You are on page 1of 10

Poema 12

Para mi corazón basta tu pecho, para tu libertad bastan mis alas. Desde mi boca llegará hasta el cielo lo que estaba dormido sobre tu alma. Es en ti la ilusión de cada día. Llegas como el rocío a las corolas. Socavas el horizonte con tu ausencia. Eternamente en fuga como la ola. He dicho que cantabas en el viento como los pinos y como los mástiles. Como ellos eres alta y taciturna. Y entristeces de pronto, como un viaje. Acogedora como un viejo camino. Te pueblan ecos y voces nostálgicas. Yo desperté y a veces emigran y huyen pájaros que dormían en tu alma. Poema 14

Juegas todos los días con la luz del universo. Sutil visitadora, llegas en la flor y en el agua. Eres más que esta blanca cabecita que aprieto como un racimo entre mis manos cada día. A nadie te pareces desde que yo te amo. Déjame tenderte entre guirnaldas amarillas. Quién escribe tu nombre con letras de humo entre las estrellas del sur? Ah déjame recordarte cómo eras entonces, cuando aún no existías. De pronto el viento aúlla y golpea mi ventana cerrada. El cielo es una red cuajada de peces sombríos. Aquí vienen a dar todos los vientos, todos.

Amé desde hace tiempo tu cuerpo de nácar soleado. Cuanto te habrá dolido acostumbrarte a mí. Hemos visto arder tantas veces el lucero besándonos los ojos y sobre nuestras cabezas destorcerse los crepúsculos en abanicos girantes. Te traeré de las montañas flores alegres. a mi alma sola y salvaje. El viento. Ah tú no huyes. Parece que los ojos se te hubieran volado y parece que un beso te cerrara la boca. y tienes hasta los senos perfumados. . Poema 15 Me gustas cuando callas porque estás como ausente. Tú estás aquí. Quiero hacer contigo lo que la primavera hace con los cerezos. me traes madreselvas. Tú me responderás hasta el último grito. a mi nombre que todos ahuyentan. y cestas silvestres de besos. Mientras el viento triste galopa matando mariposas yo te amo. Mis palabras llovieron sobre ti acariciándote.Se desviste la lluvia. avellanas oscuras. pequeña. Pasan huyendo los pájaros. ahora también. y mi alegría muerde tu boca de ciruela. y me oyes desde lejos. y mi voz no te toca. El temporal arremolina hojas oscuras y suelta todas las barcas que anoche amarraron al cielo. Ovíllate a mi lado como si tuvieras miedo. Ahora. Hasta te creo dueña del universo. Sin embargo alguna vez corrió una sombra extraña por tus ojos. Yo sólo puedo luchar contra la fuerza de los hombres. copihues. El viento.

una sonrisa bastan. llena del alma mía. a lo lejos. Ella me quiso. Déjame que te hable también con tu silencio claro como una lámpara. Distante y dolorosa como si hubieras muerto.Como todas las cosas están llenas de mi alma emerges de las cosas. y a veces ella también me quiso. a veces yo también la quería. Puedo escribir los versos más tristes esta noche. Mariposa de sueño. simple como un anillo. Puedo escribir los versos más tristes esta noche. Me gustas cuando callas y estás como distante. Poema 20 Puedo escribir los versos más tristes esta noche. Me gustas cuando callas porque estás como ausente. los astros. te pareces a mi alma. por ejemplo: «La noche está estrellada. alegre de que no sea cierto. . Yo la quise. La besé tantas veces bajo el cielo infinito. Eres como la noche. Y me oyes desde lejos. azules. y te pareces a la palabra melancolía. y mi voz no te alcanza: déjame que me calle con el silencio tuyo. Tu silencio es de estrella. En las noches como ésta la tuve entre mis brazos. Y estoy alegre. Y estás como quejándote. Cómo no haber amado sus grandes ojos fijos. Una palabra entonces. tan lejano y sencillo. callada y constelada. y tiritan. Escribir. mariposa en arrullo.» El viento de la noche gira en el cielo y canta.

A lo lejos alguien canta. A lo lejos. Como antes de mis besos. Mi corazón la busca. Y el verso cae al alma como al pasto el rocío.Pensar que no la tengo. Nosotros. más inmensa sin ella. Es tan corto el amor. La misma noche que hace blanquear los mismos árboles. Sentir que la he perdido. pero cuánto la quise. Sus ojos infinitos. Qué importa que mi amor no pudiera guardarla. Oír la noche inmensa. Ya no la quiero. Eso es todo. Mi alma no se contenta con haberla perdido. pero tal vez la quiero. ya no somos los mismos. es cierto. y es tan largo el olvido. Mi voz buscaba el viento para tocar su oído. Será de otro. es cierto. Aunque éste sea el último dolor que ella me causa. La noche está estrellada y ella no está conmigo. . Ya no la quiero. su cuerpo claro. De otro. Su voz. y ella no está conmigo. Mi alma no se contenta con haberla perdido. Porque en noches como ésta la tuve entre mis brazos. Como para acercarla mi mirada la busca. los de entonces. y éstos sean los últimos versos que yo le escribo.

a uñas. Yo he regresado a ti desde la incertidumbre con espinas. Soy yo. por dentro. amor mío. amor. la que guardabas. tienes que obedecerme. quien golpea tu puerta. No es el fantasma. amor. el que tú esperabas. No me temas. Amor mío. para no salir más. toda la claridad. compréndeme. me esperaban. . tienes que ver cómo ando con pasos pesados por todos los caminos que. Yo echo la puerta abajo: yo entro en toda tu vida: vengo a vivir en tu alma: tú no puedes conmigo.LA PREGUNTA Amor. soy tu dueño. de ojos a pies. Pero te empeñas en guardar un recodo de sombra que no quiero. una pregunta te ha destrozado. amor. no es el que antes se detuvo en tu ventana. Te quiero recta como la espada o el camino. te quiero toda. soy tuyo. tienes que abrir los ojos para que busque en ellos. y ahora entro en tu vida. Tienes que abrir puerta a puerta. ciegos. pero no soy el pasajero ni el mendigo.

Todo lo olvido. ante el divino panorama de mi idea. y las ávidas manos tiende hacia él sin recordar la pena. de sus ojos divinos en la quieta limpidez de la fontana. y con toda la luz de la mañana.. vestido de violeta. porque soy sólo corazón. soy ojos no más. Tanto amor Hay tanto amor en mi alma que no queda ni el rincón más estrecho para el odio.Pero como el niño a quien hacen llorar. Mi táctica es mirarte aprender como sos quererte como sos mi táctica es hablarte y escucharte construir con palabras un puente indestructible mi táctica es quedarme en tu recuerdo no sé cómo ni sé con qué pretexto pero quedarme en vos mi táctica es ser franco y saber que sos franca y que no nos vendamos simulacros .. ¿Dónde quieres que ponga los rencores que tus vilezas engendrar podrían? Impasible no soy: todo lo siento.. No me has hecho sufrir sino esperar. no siento ni el maligno alfilerazo ni la cruel afilada ironía. así yo. sonríe..para quedarme. ni escucho la sarcástica risa. para asomarme a la ventana y ver pasar el inefable Ensueño. en cuanto mira un juguete delante de sus ojos se consuela. lo sufro todo. ante lo inenarrable de mi amor infinito.

para que entre los dos no haya telón ni abismos mi estrategia es en cambio más profunda y más simple mi estrategia es que un día cualquiera no sé cómo ni sé con qué pretexto por fin me necesites Tus manos son mi caricia mis acordes cotidianos te quiero porque tus manos trabajan por la justicia si te quiero es porque sos mi amor mi cómplice y todo y en la calle codo a codo somos mucho más que dos tus ojos son mi conjuro contra la mala jornada .

.te quiero por tu mirada que mira y siembra futuro tu boca que es tuya y mía tu boca no se equivoca te quiero porque tu boca sabe gritar rebeldía si te quiero es porque sos mi amor mi cómplice y todo y en la calle codo a codo somos mucho más que dos y por tu rostro sincero y tu paso vagabundo y tu llanto por el mundo porque sos pueblo te quiero y porque amor no es aureola ni cándida moraleja y porque somos pareja que sabe que no está sola te quiero en mi paraíso es decir que en mi país la gente viva feliz aunque no tenga permiso si te quiero es porque sos mi amor mi cómplice y todo y en la calle codo a codo somos mucho más que dos.

ahora. te llaman los que nacen. penetrada. lo morimos. desgarrado. dichosa. de urgencia mía de mi piel de ti. muero. separados del mundo. de ti y de mi boca y del insoportable que yo soy sin ti.amor. Morimos. cayéndonos en múltiples estatuas. te llamo. lo sabemos. . interminable. de nosotros. y escribirnos y hablarnos y morirnos. y cierto . muero de ambos. me muero. de ese. y nada hacemos sino morirnos más. y en el lugar en que el aire se acaba cuando te echo mi piel encima y nos conocemos en nosotros. los tranvías. dentro de mi. partido. hora tras hora. Nos morimos. muero de ti. Morimos en el sitio que le he prestado al aire para que estés fuera de mí. muero en tu vientre que no muerdo ni beso. de triángulos oscuros e incesantes. Muero de ti y de mi. en el cine y los parques. separados. quiero decir. en tu carne sin fin. en tus muslos dulcísimos y vivos. amor. amor. lo ignoran. en la calle donde mi brazo va vacío. Nos morimos. en mi cama en que faltas. de mi alma. Morimos en mi cuarto en que estoy solo. del uno al otro. los que a ti llegan. Muero de ti. Muero de mi cuerpo y de tu cuerpo. amor. los lugares donde mi hombro acostumbra tu cabeza y mi mano tu mano y todo yo te sé como yo mismo. En el pozo de amor a todas horas. te muero. nos morimos entre los dos. en nuestras manos que nos necesitan. los que vienen de atrás.No es que muera de amor. de ti. de amor de ti. de nuestra muerte . a gritos. diariamente. inconsolable. en gestos que no vemos. morimos. muero de máscaras.

amor mío. eres como mi muerte. Me aprendo en ti más que en mi mismo. como un higo. Sabes lo que yo ignoro y me dices las cosas que no me digo. como un dolor sin sitio. Eres como un milagro de todas horas. Eres como el perdón y yo soy como tu hijo.Me tienes en tus manos y me lees lo mismo que un libro. Si no fueras mujer fueras mi amigo. ¿Qué buenos ojos tienes cuando estás conmigo? ¡Qué distante te haces y qué ausente cuando a la soledad te sacrifico! Dulce como tu nombre. A veces quiero hablarte de mujeres que a un lado tuyo persigo. . me esperas en tu amor hasta que arribo. Tú eres como mi casa.