1

TEORÍA DEL CONTRATO
PARTE GENERAL

I. INTRODUCCIÓN 1. Fuentes de las obligaciones Introducción 1. En el origen del derecho de obligaciones no había fuentes precisas, sino que más bien existían hechos que creaban obligaciones. Así sucedía, por ejemplo, con la compraventa, el pago de lo no debido, y hechos dañosos, por citar algunos. Con el correr del tiempo, los juristas sistematizaron en grupos con caracteres comunes los hechos que tenían como efecto hacer nacer una relación obligatoria, de la que surgió la idea de fuentes. Las fuentes de las obligaciones se definen como hechos jurídicos a los que la ley atribuye efectos obligatorios. 2. Tradicionalmente, han sido agrupadas en cuatro grupos. Estos son: contrato, cuasicontrato, delitos y cuasidelitos, y la ley (art. 1437). Esta clasificación ha sido muy criticada, en general por quienes sostienen que la única fuente de las obligaciones que posee indudablemente tal carácter, es la ley. En efecto, según esta perspectiva formalista, es la voluntad del legislador la que crea a las otras fuentes de las obligaciones (Kelsen diría que la ley crea nuevas "Instituciones Jurídicas") y la que les asigna efectos jurídicos. Otra perspectiva, contrapuesta al formalismo, es la voluntarista, que afirma que el legislador delega la facultad de autolegislarse al individuo (principio de autonomía de la voluntad). Esta perspectiva se explica en la tradición jurídica que muestra que las relaciones obligatorias consagradas en el artículo 1.437 del Código Civil,poseen una lógica interna independiente de la voluntad del legislador, y que responden a instituciones originadas a su vez en daños e intercambios que espontáneamente se generan en la sociedad. Luego, estas fuentes no son obra de la ley. La ley sólo ordena instituciones que preexisten. De lo anterior se concluye que el art.1437 sólo expone tipos de relaciones que existen en la vida privada las cuales son reguladas por la ley, pero que no tienen su origen en ella. Análisis de las fuentes (a) Contrato

3. En el artículo 1437 se alude al contrato como el "concurso real de las voluntades de dos o más personas". La idea de voluntad del contrato se manifiesta en que los contratantes adquieren obligaciones recíprocas y en la invocación al principio de la buena fe. La tradición jurídica chilena sólo entiende al Sin embargo, el contrato implica un concepto integrar el ámbito cultural en el que éste se buena fe, la costumbre o los usos (elementos contrato como acuerdo de voluntades. más amplio, en el cual es indispensable desarrolla y que incluye el principio de implícitos).

4. Por otra parte, una de las funciones básicas del contrato es servir como mecanismo de intercambio. Antiguamente en las sociedades primitivas, las familias se autoabastecían, y los intercambios con terceros sólo se producían en forma esporádica. Posteriormente, y a consecuencia del desarrollo de la economía de mercado y de la creciente división del trabajo se fue introduciendo la masificación del intercambio con terceros, y en este contexto, la dependencia del contrato como “instrumento de intercambio” entre los distintos agentes económicos,

1
transformándose en la vía más eficaz para relacionarse. 5. En tercer término, es posible justificar el valor del contrato en la promesa que existe detrás de él. Así, el fundamento de obligatoriedad del contrato aparece dado por la idea de voluntad que se expresa en la palabra empeñada.. En este enfoque moral del contrato existen influencias del derecho canónico medieval, que desarrolló el principio genérico del pacta sunt servanda (los pactos deben cumplirse), y la tradición germana que consagró el principio de respeto del promitente a su palabra. Es en razón de esta forma de entender el contrato que en la regulación contractual del Código Civil se ha puesto especial énfasis en la voluntad. Siempre subyace al contrato la idea de promesa, que hace pensar que un contrato no obliga sólo porque la ley así lo disponga, sino porque existe un acto de voluntad de la persona que es, en definitiva, lo que la lleva a obligarse. 6. Cabe hacer notar que este enfoque clásico del contrato se ha visto enfrentado a un desafío, pues en la actualidad gran parte de los contratos han devenido en la realización de prácticas sociales en las que, aún cuando existe un intercambio, el acto de voluntad es abstracto, de manera que se hace difícil comprenderlas a partir de la voluntad. Con todo, si bien existe un acto de voluntad, el contrato no está constituido sólo en base a ella, sino que se encuentra prefigurado a partir de situaciones típicas desarrolladas en la práctica social.. 7. El artículo 1.437 incluye al contrato entre las fuentes de las obligaciones. Esta clasificación se ve relativizada en el artículo 2.284, norma que establece otra forma de clasificar las fuentes, oponiendo el cuasicontrato, la ley, los delitos y cuasidelitos al contrato, constituyendo éste una categoría autónoma. Esto puede justificarse porque en el contrato prima la voluntad de las partes a obligarse, voluntad que, en virtud de las reglas potestativas, es capaz de producir efectos jurídicos. (b) 8. Hechos voluntarios lícitos y cuasicontratos

El artículo 1.437 define el cuasicontrato como un "hecho voluntario de la persona que se obliga". El profesor Alessandri ha completado esta definición conceptuando al cuasicontrato como “un hecho voluntario, lícito, no convencional, que impone obligaciones”1. Históricamente, el concepto de cuasicontrato sólo apareció en el derecho romano justinianeo, recogiendo una serie de instituciones que, hasta entonces, se habían desarrollado autónomamente, y que no eran asimilables a otras fuentes. Así, en su origen, la categoría del cuasicontrato fue disímil, pues tomó hechos de la realidad distintos entre sí.

9.

Los principales cuasicontratos del Derecho Romano son los enumerados por el artículo 2.285 del Código Civil,a saber : (i) agencia oficiosa, (ii) pago de lo no debido, y (iii) comunidad. 10. El elemento común de estos cuasicontratos es que encuentran su origen en un hecho lícito, elemento que, a su vez, los diferencia de los delitos y cuasidelitos. En todo caso, ninguno de estos tres cuasicontratos tienen como elemento principal el hecho voluntario de la persona que se obliga. Por el contrario, en la agencia oficiosa resulta obligado el beneficiado y no quien actúa como agente oficioso; en el pago de lo no debido resulta obligado el que recibe el pago indebido y no el supuesto deudor; y finalmente, en la comunidad, las obligaciones recíprocas que surgen no tienen nada de voluntario.
1

Alessandri, A. “Teoría de las Obligaciones”, (1988), pág.17.

1
Lo anterior muestra el contrasentido del artículo 1.437. Sólo en la declaración unilateral de voluntad puede apreciarse la existencia de un hecho voluntario de la persona que se obliga como antecedente de la obligación (como es, por ejemplo, el caso de la oferta). 11. (i) Tras el cuasicontrato existen tres instituciones: Declaración unilateral de voluntad: Es distinta del contrato que conlleva una promesa que se hace a otra persona, ya que la declaración unilateral implica una manifestación de intenciones del declarante, pero ella no formula respecto de otra persona. Tradicionalmente se ha sostenido que la promesa es válida en cuanto sea un acto recepticio. Es decir, una promesa obliga sólo si la persona a quien está dirigida la acepta, y por eso el contrato es la fuente de las obligaciones por antonomasia. Sin embargo, en el derecho moderno se han creado instituciones específicas en que la declaración unilateral de voluntad obliga. Es el caso de la oferta, que vincula al oferente siempre siempre que éste se haya obligado a esperar contestación o a no disponer de la cosa prometida por un tiempo determinado. Además, la doctrina reconoce a la promesa de recompensa como una declaración unilateral que obliga al declarante a cumplir lo prometido a la comunidad en general siempre que el destinatario de la recompensa haya realizado actuaciones en la confianza de que la promesa será observada. Por último, en el campo del Derecho Comercial, tanto el pagaré como la letra de cambio son títulos de crédito que devienen en abstractos cuando son transferidos por endoso a un tercero. Ambos son declaraciones unilaterales de voluntad, ya que deben ser pagados al portador sin que se requiera la existencia de un contrato como antecedente que le sirva de causa. (ii) Principio de enriquecimiento sin causa: Da lugar a obligaciones restitutorias y no indemnizatorias. Los tres cuasicontratos nominados tienen a ese principio como factor común. Si bien el derecho chileno no contempla expresamente este principio, éste no sólo se encuentra en las normas sobre cuasicontratos sino también en las reglas sobre prestaciones mutuas, recompensas en la sociedad conyugal, entre otras. (iii) Agencia oficiosa y comunidad: La agencia oficiosa tiene su origen en un acto de generosidad, por esta razón al tercero generoso se le protege, ya que si no se le paga, el beneficiado se enriquce sin causa. La comunidad es un relación de concurrencia de derechos idénticos sobre una misma cosa; en la comunidad surgen problemas de copropiedad, y de cómo se relacionan los comuneros entre sí. (c) Hechos ilícitos que causen daño (delitos y cuasidelitos)

12. En Derecho Privado rige la idea de imputabilidad, sólo hay responsabilidad cuando se ha actuado con culpa o con dolo. La responsabilidad civil se produce por delitos y cuasidelitos, que son hechos ilícitos que causan daño. En Derecho Civil se indemnizan tanto los daños que se ocasionan con culpa (cuasidelitos) como los que se ocasionan con dolo (delitos civiles), siendo regla general de la doctrina que sólo se sancionen los hechos imputables. Sin embargo, el derecho moderno ha tendido ha mejorar la posición de la víctima en los accidentes, a través de un sistema de responsabilidad estricta que prescinde del dolo y de la culpa para hacer procedente la indemnización de daños y perjuicios.

Sin embargo. En esta norma el concepto de voluntad es evidente en cuanto en su encabezado en vez de referirse derechamente al contrato expresa : “para que una persona se obligue a otra por un acto o declaración de voluntad (. 2. el cual a su vez recibe los frutos de una tradición jurídica que arranca del humanismo jurídico de la época renacentista. existen otras normas del Código Civil que reflejan la noción de voluntad en los contratos : (a) Artículo 1437. Esta norma establece el principio básico en materia de interpretación de los contratos cual es atender a la voluntad concurrente de ambas partes. se aprecia claramente su raigambre francesa. Sin embargo. por citar algunas. las obligaciones legales más importantes se establecen en materia de familia.)”. En el Mensaje del Código Civil. Los números 3 y 4 se refieren al objeto y causa ilícita que son definidos desde un punto de vista positivo como necesarios para la seriedad del contrato. como por ejemplo. Así. La norma básica en materia de contratos es el artículo 1545 que señala que “todo contrato legalmente celebrado es ley para las partes” y les obliga. deben ser establecidas expresamente por la ley. Entre estos elementos implícitos se encuentran: . así como también la autoridad de un código moderno. 18. 16. El fundamento de la intervención legal en materias de Derecho Privado se encuentra en consideraciones de orden público. En Derecho Civil. ya que este tipo de obligaciones tiene por objeto reguardar ciertos valores fundamentales del orden social. en especial del francés. El contrato es entonces un ordenamiento privado que el Derecho protege. 1546). principio que se ha extendido de tal forma que muchos autores han estimado que la infracción judicial de la ley del contrato da derecho a casación. (d) Artículo 1560. 17. (c) Artículo 1445. Más allá del artículo 1545.1 (d) Ley 13. Se refiere al "concurso real de las voluntades de dos o más personas" para aludir al contrato como fuente de obligaciones. El elemento voluntario se halla también en los numerales 1 y 2 que se refieren a la capacidad y al consentimiento no viciado. de modo que es posible afirmar que el código chileno tiene su antecedente ideológico inmediato en materia de contratos en el Código Napoleónico de 1808. las obligaciones entre conyuges. si se analizan los principios básicos en que se sustenta o afirma la estructura de los contratos en el Código Civil. respectivamente. 14. el contrato es para los jueces una norma obligatoria al igual que la ley. además de la doctrina de los jurisconsultos.. hay que señalar que junto a este principio existen una serie de elementos implícitos que se entienden incorporados al contrato en razón del principio de buena fe (art. Por constituír una excepción al orden general vigente en Derecho Civil. (b) Artículo 1438. Andrés Bello expresa que la en materia de contratos y cuasicontratos el proyecto recoge en su mayor parte la legislación española vigente a la época (las VII Partidas).. entre padres e hijos. La ley como fuente establece obligaciones muy diversas. las obligaciones de dar alimentos. Que señala que el contrato es un acto por el cual una persona se obliga voluntariamente a otra. Principio de la autonomía de la voluntad en el Código Civil 15. las obligaciones legales no se presumen. y si bien es posible concluir en base a estas normas que el ordenamiento de los contratos en el Código Civil se basa en el principio de autonomía de la voluntad.

.. se puede afirmar que el principio de buena fe siempre debe acompañar a la declaración de voluntad de las partes. 1. La buena fe obliga en estos casos a realizar todas las acciones conexas a la obligación principal que son necesarias e indispensables para dar eficacia económica al contrato (ver arts. En materia de forma. por un beneficio que se espera obtener y que es conocido por la otra parte. El artículo 1.)” la ley confiere a los contratos un poder análogo al que ella misma goza. Es en razón de esta fuerza obligatoria que. La ejecución forzada. Más concretamente. y 1.Ante todo. (ii) Elementos de la naturaleza definidos por los usos y costumbres. la ley intenta establecer bajo qué circuntancias un acuerdo privado resulta eficaz. que actúan como límites a la autonomía privada. consentimiento) y por otra.560. establecen ciertos límites dentro de los cuales los contratantes pueden regular sus contratos (objeto y causa lícitos). 1444) que incluye no sólo el derecho dispositivo que regula en particular ciertos contratos.. y la obligación de indemnizar los perjuicios derivados del incumplimiento contractual son los ejemplos donde se aprecia con mayor claridad la eficacia que el Derecho Objetivo atribuye a los contratos. Por una parte. En conclusión. Relación entre contrato y ley 19. 3. (art. sino también conceptos de la doctrina general del contrato. La ley señala las condiciones de eficacia del contrato. 21.En la medida que el contrato es concebido como un “encuentro de voluntades”. El segundo inciso del artículo 1. El contrato tiene fuerza de ley. y requisitos objetivos. surgen acciones.. los requisitos de objeto y causa aparecen como elementos cautelares de la seriedad del contrato. Tenemos entonces que para la celebración de un contrato. Es más. ante el incumplimiento de un contrato.563 se refiere al consentimiento que se produce en muchas ocasiones sobre la base de ciertas prácticas sociales.546. un contrato sólo podrá obligar a las partes cuando se cumplan. como son el objeto y la causa. si al momento de fallar el juez no observa la ley del contrato. que consiste en el conjunto de instituciones jurídicas y económicas que regulan la conducta de las partes en la relación contractual. La naturaleza de la relación está dada por una relación económica. En efecto. en materia . que se entienden incorporadas en la relación jurídica como implícitos. como por ejemplo.1 (i) Elementos de la naturaleza definidos por la ley. la ley fija requisitos subjetivos que miran a la voluntad de las partes.563. como lo son la capacidad y el consentimiento. 20. a fin de que éste sea celebrado dentro de lo legal y de lo moralmente lícito. la relación entre el contrato y la ley se aprecia en el carácter obligatorio que ésta da al contrato en virtud del artículo 1545 del Código Civil. Así. al establecer “todo contrato legalmente celebrado es una ley para los contratantes (. la culpa o los deberes de cuidado. (iii) Naturaleza de la relación.563 completa el sentido del artículo 1. se ha sostenido que la analogía entre el contrato y la ley llega hasta tal punto que. en esencia. La ley sólo concede validez al contrato cuando éste ha sido legalmente celebrado (art.. Éste no se opone a la autonomía privada sino que es su complemento natural.1545). de modo que en aquéllos ámbitos en que no hay voluntad expresa debe atenderse de buena fe a la naturaleza del contrato. se hace procedente respecto de su sentencia el recurso de casación en el fondo. los requisitos de eficacia señalados en el artículo 1445 del Código Civil. los requisitos señalados en el artículo 1445 atienden a la voluntad de las partes (capacidad. I). respecto de los contratos rige el principio del consensualismo.En razón del principio de autonomía de la voluntad.

y favorecer la certeza jurídica. pues rigen a falta de regulación especial de las partes. El gran cambio que introduce el derecho de la modernidad consiste en alterar la visión estrictamente romana de la doctrina del contrato para reconocerle pleno valor jurídico tanto a los contratos nominados como a cualquier otro acto voluntario basado en una promesa que de lugar a obligaciones ejecutables por el derecho. Con este fin se ha limitado la autonomía de la voluntad. La norma del artículo 1. en cuanto otorga una competencia genérica a los individuos para celebrar los contratos que deseen. eran la compraventa. Evolución de la doctrina del contrato 23. o bien estableciendo reglas de carácter supletorio que completan los vacíos dejados por la regulación expresa de los contratantes. y (iv) formalidades probatorias. el arrendamiento. Por un lado.. Las solemnidades y las formalidades habilitantes se exigen para la validez del contrato. “Elementos del Contrato”. En los pueblos más simples se hallaba muy arraigado el pensamiento de que sólo podían celebrarse válidamente los contratos que siempre se habían celebrado. el mandato y la sociedad. en el sentido que éste no produce efecto alguno (art. 2 Para mayor análisis. (ii) formalidades habilitantes. de faltar afectan a la validez del contrato. Este principio se manifiesta en que -al menos teóricamente. Las formalidades probatorias buscan establecer medios que acrediten la existencia de las obligaciones y su omisión.545 encuentra su fundamento en esta corriente del pensamiento. representado por un procedimiento especial llamado stipulatio. de manera que su omisión no genera la ineficacia del acto. A pesar de ello. respecto de los cuales los elementos legales de la naturaleza tienen especial importancia. Sin embargo hay que destacar que si bien es cierto que el acto voluntario vincula al que lo realiza y que en principio basta el puro consentimiento para obligar a las partes. . que reciben el nombre de nominados. ya sea como requisito de eficacia de ciertos actos o como medio de prueba u oponibilidad frente a terceros. Así.1 contractual los sujetos tienen una amplia libertad para determinar la forma de sus acuerdos. en general. Las formalidades de publicidad afectan la posibilidad de hacer valer el contrato ante terceros. la ley interviene en los acuerdos privados. la ley establece normas acerca del contenido de los contratos. estableciendo formalidades que. sólo genera la falta de medios de prueba. o a su calificación. ya sea fijando requisitos mínimos para su eficacia. sino que implica su devenir en una operación jurídica diferente2. 1444) . Además de permitir ciertos actos jurídicos. el único medio para que una persona se obligara a otra por un contrato distinto a los típicos era recurriendo a un enorme formalismo. la experiencia y la práctica han atemperado el carácter absoluto de este principio en cuanto el derecho ha ido exigiendo la concurrencia de formalidades. ver el título 6 de este capítulo. (iii) formalidades de publicidad o de oponibilidad.la sola manifestación de voluntad basta para obligarse. el derecho moderno ha tendido al formalismo con miras a evitar la precariedad en lo que refiere a contratos. la ley también interviene en el contenido de los acuerdos privados por vía de los llamados “contratos nominados” (principales formas contractuales que se encuentran reguladas expresamente por la ley). pues la regla general es que los contratos sean consensuales. la ley impone a todo contrato elementos de la esencia que.Si bien el principio de autonomía de la voluntad postula que el contenido de un contrato lo determinan los particulares. Por otra parte. atendiendo a la función que cumplen pueden clasificarse en: (i) solemnidades. 22. Esos contratos.

debe es preciso hacer notar que el enfoque formalista se ha mostrado como infértil. En nuestro sistema legal. (iii) Beneficia el aumento de la productividad. Éstas son: (a) Paradigma Liberal Clásico: El contrato obliga porque detrás de éste existe una promesa. 25. (c) Análisis Económico: A la luz de la teoría económica. (ii) Estimula el intercambio y favorece la cooperación espontánea frente a la imposibilidad del Derecho de prever todas las situaciones. tiendan a actuar como puntos de vista relevantes frente a los hechos. ya que: (i) Es un mecanismo racional de atribución de recursos que se orienta hacia las necesidades de las personas. detrás de él existe un intercambio. y su obligatoriedad se funda en la presunción de que no existe razón para suponer que una relación jurídica. pues los centros de decisión son múltiples.las razones extra-jurídicas acerca del fundamento de obligatoriedad de los contratos serían decisiones de política. Así.545 del Código Civil que dispone:“Todo contrato legalmente celebrado es una ley para los contratantes. esta norma se encuentra dada por el artículo 1. Las normas creadas por las partes adquieren valor en virtud de una norma superior de competencia que faculta a los particulares para autorregularse. Cabe hacer notar que el pragmatismo propio del Derecho se manifiesta en una preferencia por los hechos y su debida comprensión. detrás del artículo 1. Es por ello que.o de justicia ajenas al Derecho propiamente tal . gira en torno a una presunción de justicia que recae en los intercambios libremente consentidos. al ánimo de donar. bajo esta doctrina. 26. fuera de el análisis formalista se han elaborado básicamente tres teorías acerca de porqué el contrato obliga. En una dimensión positivista del derecho el contrato obliga porque la ley así lo establece. creada libre y espontáneamente. y lo usual es que frente a un problema existan distintos puntos de vista que muestren los principios en conflicto. Desde esta perspectiva. más que teorías. Es en razón a esta característica del Derecho que los enfoques que justifican la obligatoriedad del contrato. y no puede ser invalidado sino por su consentimiento mutuo o por causas legales”. Para un estudio detallado acerca del fundamento de obligatoriedad de loas contratos véanse los materiales I y II (Doctrina del Contrato). el clásico. En este sentido. El contrato es entendido como un instrumento que aumenta la eficiencia de los intercambios privados. permitiendo que cada cual se especialice en un área determinada en virtud de la división del trabajo. Cabe preguntarse aquí si la perspectiva puramente positivista es suficiente para comprender esta institución. permitiendo gran flexibilidad. 3 .1 5. (b) Perspectiva de la Justicia : El fundamento de la obligatoriedad del contrato. no sea considerada justa por quienes participaron en ella. se da valor a la liberalidad. Fundamento de Obligatoriedad del Contrato3 Introducción 24. el análisis económico. De ello proviene el que jurídicamente se tienda a tener una apreciación reticente frente a teorías demasiado abstractas. A diferencia de lo que sucede con la Economía o la Filosofía. moral. en el análisis jurídico rara vez se acepta una postura única. Si se trata de un contrato oneroso.545 habría una norma moral de valor jurídico que es la que atribuiría validez a los contratos. De ser gratuito el contrato. ya que desatiende factores claves necesarios para comprender efectivamente el contrato como institución. Según este enfoque. y la perspectiva Este título sólo contiene un exposición resumidade las materias desarrollads en el seminario del promer semestre. El Derecho reconoce valor al contrato porque las promesas deben ser respetadas. el contrato es la institución más eficiente para producir riqueza.

por lo que su justificación se formula desde un ámbito moral. Son los actos externos del promitente sobre los cuales se fundará la relación de confianza. desde esta perspectiva. Desde este punto de vista. La doctrina clásica de interpretación de los contratos que es radicalmente voluntarista le otorga siempre primacía a la voluntad interna por sobre la declarada.1 de la justicia no actúan como conceptos absolutos. Ahora bien. 1560. la parte que ha sufrido el error tendría una acción rescisoria para invalidar el contrato. Voluntad interna y voluntad declarada Desde una perspectiva estrictamente voluntarista el único factor determinante al cual se debe atender para interpretar los contratos es la voluntad interna de las partes. Esto plantea problemas. Ahora bien. suponiendo una promesa. 1437. Esto nos lleva al problema que se plantea cuando lo prometido (voluntad externa) es discordante con la voluntad interna. sino que lo es aún más la confianza que ella creó con su declaración expresa y lo que en virtud de ese . creando una relación de alteridad y confianza. Esta obligación de cumplir con lo prometido tiene su fundamento en el terreno moral. sino en obligarse a algo. el deudor se obliga en razón de que la institución del contrato idea que ha sido ampliamente acogida en la regulación contractual del Código Civil (ver arts. De este modo la regla del contrato como promesa se basa en el principio de que si un individuo promete algo a un tercero. Luego la solución a la discordancia entre voluntad interna y declarada conducen a problemas no de invalidación sino de interpretación de contratos. Por lo tanto. Así. sino como instrumentos útiles de una argumentación y. Desde otra perspectiva. en el principio de autonomía de la voluntad. aparece en oposición a un orden impuesto desde afuera (heteronomía) y en concordancia con un orden en que el sujeto se autolegisla (autonomía). lo que cada uno quiso al momento de celebrar el contrato.que desde una perspectiva kantiana expresa la facultad del individuo para autolrgislarse.arts. 1563). El contrato. 1438. 1546. no sólo es determinante lo que esa persona quería. de modo que el contrato obliga porque ha sido consentido. ella carece absolutamente de relevancia para el Derecho. el contrato a diferencia de las máximas de conducta. Al Derecho le interesa una promesa en la medida que se exteriorice. 1445. y no en base a la inescrutable disposición de su fuero interno. Sin embargo los casos de este tipo son inusuales porque es muy difícil probar la existencia del error. si se planteara un caso de desacuerdo entre la voluntad interna y la declarada que pudiera ser tipificado como error. ya que desde el punto de vista de la promesa el contrato obliga porque la declaración de voluntad del oferente genera una relación de confianza ya que el aceptante incluye a la promesa en el esquema de sus actuaciones futuras. es posible afirmar que el acto en virtud del cual la persona se obliga es un acto comunicativo. 1545. es decir. el hecho que uno u otro prime estará dado por las circunstancias que acompañen cada caso concreto. en definitiva. cuando una persona declara una voluntad con determinado contenido. el Derecho le reconoce valor jurídico a aquellas obligaciones contraídas voluntariamente. no es un acto meremente personal. (a) El contrato como promesa 27. El contrato bajo esta perspectiva aparece como un equivalente a la promesa. éste puede incluir esta promesa en sus planes futuros. sin perjuicio de que la contraparte pudiera reconvenir con una acción indemnizatoria en caso de no haber tenido noticia de la existencia de error alguno. que se haga a otro que la reciba y acepte. que no sólo se traduce en querer algo. Detrás de Todo contrato se encuentra basado en un acto de voluntad. de modo que mientras la intención sicológica de la persona no se ha manifestado.

Estas ideas se ven reflejadas en la evolución histórica de la doctrina del contrato. Al reemplazar la primitiva equivalencia intrínseca de las cosas por un procedimiento en que los contratantes valoran subjetivamente las prestaciones. en segundo. en estos casos implícitamente se entiende que las partes adquieren los deberes a los que usualmente obliga aquel contrato. y el contrato deja de expresar la equivalencia material. Sin embargo los contratos no se celebran en un ámbito de vacío cultural sino que constituyen ellos mismos prácticas sociales e instituciones por lo que. 29. pero cuyos efectos se hayan regulados por la práctica social. moral social o Derecho. es necesario afirmar que el contrato es un acto voluntario. en el sentido de equivalencia objetiva. . Para Santo Tomás. lo cual es manifestación del principio de autonomía de la voluntad. Conclusiones en relación al Contrato como Promesa En primer lugar. costumbres y por lo que según la naturaleza del mismo acto se entiende pertenecerle en razón del principio general de la buena fe. En fin. Se produce así una conciliación entre autonomía y buena fe. todos los bienes pasan a ser medidos conforme a la cantidad de dinero que cada cual estaría dispuesto a pagar por ellos (incluso el trabajo).1 acto comunicativo externo la contraparte entendió como razonablemente obligatorio. los intercambios se vuelven difíciles de evaluar atendida la cantidad de trabajo que tienen incorporadas las cosas. El contrato es un acto voluntario. y por lo tanto obliga a lo que las partes quisieron. De acuerdo a esta segunda perspectiva el contrato constituye un acto de voluntad que invoca una práctica social. el concepto de valor pasa a ser eminentemente subjetivo . entendiendo que un contrato libremente consentido es una suma cero. estos dos principios de autonomía de la voluntad y buena fe. de modo que ambas se complementan. se infiere la justicia conmutativa en los intercambios. pero tras él existen una serie de elementos implícitos. por ejemplo. A partir de entonces. y resulta relativamente simple encontrar las equivalencias entre las cosas. (ii) Contratos carentes de negociación o con negociación improbable. Principios que Interactúan en razón de la Voluntad en los Contratos En principio pueden distinguirse dos situaciones: (i) Contrato con negociación detallada. una institución que entra a operar cuando ya se ha producido la declaración de voluntad. En un primer momento predominó el concepto de justicia material. muestran en la institución del contrato la dialéctica que existe entre la promesa y los elementos implcitos. pues se tenía a la justicia como un elemento esencial. en el lugar y momentos determinados en que fue celebrado. En ese momento. El valor del bien recibido con la transacción se tiene como semejante al que se presta. y debe agregarse un patrón de valoración abstracto. Estas obligaciones sobreentendidas se hayan recogidas en los llamados "elementos implícitos" que están conformados por los usos. lugar es necesario señalar que el contrato obliga no sólo a lo que las partes quisieron sino que impone ciertos deberes y obligaciones que se entiende que naturalmente le pertenecen y que las partes implícitamente invocan como contenido del contrato. En una economía más compleja. Aquí radica la diferencia entre promesa (acto de voluntad) y contrato (institución social). en la medida que no existiese equivalencia entre las prestaciones no había contrato. como la actual. En sociedades primitivas los intercambios son sencillos. en este tipo de contratos el principio de autonomía manda que la voluntad de los contratantes prevalezca sobre las normas del derecho dispositivo. (b) La justicia como fundamento de obligatoriedad 28. que es el dinero.

fuerza. bastó el hecho de estar dispuesto a aceptar un contrato para que éste se presumiera justo.889 y 1.544). y la existencia de relaciones de poder que alteren el orden espontáneo de la economía. Conforme con esto.010. se puede presumir que el contrato es justo. puede pensarse que el resultado no es justo. Ello. Finalmente. Al sustituír el valor subjetivo de las prestaciones (la equivalencia material) por una apreciación subjetiva del valor. y en el estabecimiento de reglas especiales que preveen los efectos de la terminación de la relación contractual . los desajustes de información. la cláusula penal enorme (art. 8. la mayor garantía de justicia es que no exista en el consentimiento error. existiendo un consentimiento libre y espontáneo. donde las cosas son producto de la convención. 32. Cuando no se presenta ninguno de estos vicios. ni dolo. Lo que preocupa es que los procedimientos para realizar un contrato sean justos. En la modernidad. sumado al acentuado individualismo de las sociadades contemporáneas. o simplemente la liberalidad. que opera respecto de la compraventa de bienes inmuebles (arts. la causa tendía a expresa la idea de conmutatividad en el sentido de equivalencia material. Así. cabe preguntarse en qué casos.891). de tal forma que no sea posible presumir un resultado justo. en el contrato de trabajo o en la ruptura del contrato de arrendamiento). respecto a la presunción de justicia que sirve de fundamento de obligatoriedad a los contratos. la causa ha pasado a ser una noción abstracta.1 En la tradición nominalista. 1. 31. Cuando una de las partes se encuentra en un estado de necesidad. en razón de un estado de necesidad. si se trata de un contrato unilateral. Estas situaciones excepcionales están dadas por la lesión enorme. sino procesal. En los orígenes de la doctrina del contrato. 1440). 30. se fue perdiendo la idea de que existe un patrón objetivo para juzgar el valor. La evolución contemporánea de la doctrina del contrato apunta a poner énfasis en las dificultades que presenta esta concepción de justicia más bien procesal. En Derecho Laboral la tendencia proteccionista se ha materializado en la fijación de contenidos mínimos en el contrato de trabajo. en que se atribuye a cada cual la libertad y responsabilidad de lo que se quiere. Ahora. Entre estos problemas se encuentran: los casos en que el significado subjetivo que tiene el contrato para alguna de las partes es muy superior al que tiene para la otra. creando mecanismos que corrijan la situación de desigualdad. art. No hay en el contrato un fundamento de justicia material. 1. para que el contrato sea válido. y pasó a ser aquél que pudiera representar la idea de conmutatividad (art. A partir ello se ha intentado definir qué problemas pueden surgir o afectar el procedimiento a través del cual se llega al contrato. y basta la existencia una contraprestación. por ejemplo. la justicia del contrato pasa a estar determinada en un momento anterior: en el proceso intelectual que sirvió a las partes para realizar la valoración de las cosas. En el derecho contemporáneo sólo excepcionalmente se cuestiona la equivalencia objetiva de las prestaciones. cabe hacer notar que se ha agudizado la sensibilidad acerca de las condiciones a partir de las cuales puede presumirse la justicia en un contrato. la evolución de la idea de conmutatividad material hacia la subjetiva también se ha visto expresada en la noción de causa. y el mutuo con intereses (Ley 18. tuvo como efecto la transformación del concepto de justicia. El contrato conmutativo dejó de ser el aquél en que las prestaciones eran intrínsecamente equivalentes. Al respecto. Apéndice del Código Civil). de tal manera que el significado subjetivo que el contrato tiene para ella es ampliamente superior que el que tiene para la otra parte (como sucede. el Derecho ha tendido a adoptar una postura proteccionista.

el proveerse de la información puede resultar extremandamente gravoso para una de las partes (a modo de ejemplo. se ha argumentado que el costo del bien distrubuido no lo asume la comunidad. en razón de la información que maneja. Para salvar estas situaciones. sino un sujeto privado. perjudiciales para el orden público económico. las porhibiciones de discriminar y de los acuerdos orientados a repartirse el mercado. aún habiéndose consentido libremente. ésta no es una tarea que deba atrubuída al contrato. recientemente analizados. también esta institución puede actuar como mecanismo de justicia distributiva ante aquellas situaciones en que el consentimiento no es suficiente para presumir un resultado justo. cuando la información manejada por una parte es completamente desproporcionada en relación a la que maneja la otra. esto es. precisamente.857 y 1. y las normas de publicidad en materia bancaria son ejemplos de ello. de manera que la sociedad entera se enriquecería a costa de unos cuantos particulares y. aún cuando toda sociedad tenga como labor colectiva lograr ciertos bienes de justicia distributiva. se ha argumentado que es deber de cada contratante proveerse de la información necesaria al momento de contratar. la intervención legal en materia contractual busca reestablecer el equilibrio natural del mercado impidiendo los llamados acuerdos monopólicos. No obstante. El deber de rotular los productos que se venden en los supermercados. Con relación a ello. En estos casos. es posible presumir que un contrato libremente consentido no produce un resultado justo cuando aparecen en el mercado situaciones de poder (como los monopolios. de manera tal que la posición de cada parte esté dada por la calidad de su servicio. (ii) Un segunda vía para corregir los desajustes de información. Por una parte. Otras vías de corrección están dadas por el control de fusiones empresariales. en circunstancias calificadas. Es preciso hacer notar al respecto que. 35. una vez concluído el contrato. 34. las normas de protección se manifiestan concediendo al arrendatario la posibilidad de permanecer en el goce de la cosa por un tiempo determinado. 33. o los carteles) que alteran el orden espontáneo de la economía. el Derecho ha seguido dos vías: (i) Establecer regulaciones administrativas que impongan a una de las partes el deber de proveer la información a la parte que se encuentra imposibilitada de obtenerla por sus medios. Finalmente. En este punto. entre otros. cabe destacar que si bien bajo este enfoque el contrato es entendido como un instrumento de justicia conmutativa. Cuando una de las partes en un contrato se encuentra en una situación de ventaja. donde también el contrato puede tener un valor subjetivo considerable para una de las partes.858) y cuál es la responsabilidad de la parte desinformada de obtener la información. El contrato dirigido es. es recurriendo al concepto de dolo por omisión. Se ha combatido la función distributiva atendiendo a dos efectos adversos que genera. se utiliza al contrato como un correctivo para salvar situaciones de desigualdad. la reticencia de informar debidamente puede constituír una actuación dolosa. un mecanismo a través del cual se intenta corregir una situación de poder exhorbitante. que al imponer funciones distributivas al contrato se produce una deformación en el . Un aspecto importante en la materia es determinar hasta dónde llega el deber genérico de informar que tienen las partes en un contrato (ver arts. En el contrato de arrendamiento. 1. por ejemplo).1 (seguro de cesantía. por otra. Cuando existen desajustes de información. considérese la enorme diferencia que puede existir entre la información que dispone un profesional en su área y la que maneja un lego). también es posible presumir que un contrato no es justo. En estos casos. prestación por años de servicio. si bien no existe una renta máxima fijada por ley. y no por la condición de ventaja que pueda gozar a nivel de mercado.

el cumplimento forzado de la obligación contractual y. Cabe hacer notar que las mencionadas no son las únicas razones que justifican el contrato a nivel social. ha privilegiado la primera postura. Ello porque en razón de él se crea un orden espontáneo de relaciones. Desde una perspectiva individual. ya sea en el orden espontáneo que crea. trabajo) más eficientemente.1 lenguaje general de la economía (las señales ya no son puras). 37. para combatir las regulaciones legales que tiendan a hacer del contrato un instrumento de justicia distributiva. todo aquello que afecte al contrato. 38. Por consiguiente. etc. 39. con lo no hay un resultado neutro. dar orientación. pues se ha dicho que los beneficios logrados con ésta generan externalidades negativas en la economía que. Un ejemplo de ello se encuentra en el examen que el análisis económico formula respecto al sistema de acciones que cada sistema adopta ante el incumplimiento del contrato. al fijar umbrales altos para el salario mínimo e imponer estrictos patrones de seguridad social. concediendo preferentemente la acción de ejecución forzada. La intervención legal en materia económica es una vía a través de las cual se intenta salvar las deficiencias de mercado que obstaculizan el rol social que tiene el contrato como institución (un ejemplo de ello son las normas referentes a libre competencia). Al valorar cada uno más lo que recibe que aquéllo que da. la suma o resultado subjetivo de la utilidad generada por el intercambio es superior a cero. el contrato se puede justificar a partir de la utilidad que reciben las partes. Nuestro sistema. se ha incorporado una tercera razón. Recientemente. Sólo en la medida que el contrato cumpla su función económica (crear un orden espontáneo. la decisión que genera más utilidad. y de valoración de la creatividad. También el contrato es fuente de riqueza en razón a otras funciones que cumple dentro de la sociedad como. resultan perjudiciales. con lo que se favorece la cooperación entre los particulares. en el sentido de no sólo preguntarse acerca de su eficiencia bajo una perspectiva general. también económica. entre otras. o en la función orientadora que cumple. actuar como instrumento de innovación. Ahora bien. sino intentando determinar cuál es. La economía tiende a justificar las instituciones desde la perspectiva de su eficiencia (se asocia este enfoque a la corriente del utilitarismo jurídico). la indemnización de los perjuicios derivados del incumplimiento. por otra. es patológico y debe ser corregido. siguiendo con ello a la tradición continental. El contrato constituye un mecanismo de traspaso de información a través del cual se emiten numerosas señales. se ha comprobado que la tendencia a la cesantía es mayor. la institución del contrato también contribuye a aumentar la riqueza global. por ejemplo. El Derecho aparece entonces como una institución que debe apreciarse según el bienestar global conseguido por su medio. conduciéndolos hacia los sectores donde pueden rendir una productividad mayor. Desde el punto de vista social.) puede ser justificado como una institución eficiente. sino una variación positiva en el estado de los contratantes. (c) El contrato como institución eficiente 36. fomentar la participación de nuevos actores. Así. Más aún. por una parte. el fomentar la participación de nuevos actores en la economía. el contrato puede ser objeto de un análisis económico riguroso. incetivar a las personas a asumir riesgos. el contrato cumple una función de orientación que permite asignar los recursos (capital. en definitiva. También desde la perspectiva social. . en cada circunstancia. Sabemos que las acciones que el Derecho concede al acreedor pueden ser. por ejemplo.

el análisis económico examina y justifica el contrato en tres niveles: (i) Nivel individual: El contrato aumenta la utilidad individual. dentro de éstos. Lo que efectivamente forma el consentimiento es el negocio jurídico contractual que ambos contratantes convienen. En suma. (i) Elementos esenciales generales.)”. y los elementos esenciales de calificación. y particularmente las contractuales: Se busca analizar la eficiencia de cada regla del derecho.1 suponiendo que el costo del cumplimiento forzado para el deudor fuera de 70. y especialmente las que regulan los contratos (acciones a que da lugar el incumplimiento. y a la determinación de la cosa a vender y su precio.. por ejemplo.550 del Código Civil. y la utilidad que reportaría tal cumplimiento al acreedor 40. En virtud del principio de autonomía determinan las partes. . para que un contrato nazca a la vida jurídica. necesariamente debe estar dotado de un elemento voluntario mínimo. privada. los elementos de la naturaleza y los elementos accidentales. o degenera en otro contrato diferente(. el contenido de un contrato lo en dos ideas : (i) Las normas legales que voluntad de los particulares. 40. el contenido voluntario mínimo del contrato se refiere al acuerdo de las partes en celebrar la compraventa. puesto que sobre ellos debe concurrir el consentimiento. El artículo 1..conceder la ejecución forzada no resulta una solución eficiente. 6. 43. (ii) Las acto jurídico cláusulas o modalidades no Estas ideas subyacen en la clasificación contenida en el artículo 1. refiriéndose a estos elementos establece: “Son de la esencia de un contrato aquellas cosas sin las cuales (un contrato) o no produce efecto alguno. Esto se traduce rigen los contratos son supletorias a la cuando nada se ha dicho en contrario partes pueden. el contrato es concebido a partir de la voluntad. y definir sobre qué objeto recaerá. entre otras).444 del Código Civil. cabe señalar que las motivaciones sicológicas que inducen a las partes a celebrar un contrato no forman parte de él necesariamente. En nuestro Derecho.444. Al respecto. incorporar al contempladas por el legislador. deberes de información. refiriéndose a los elementos de la esencia.Son aquéllos que le ley exige como requisito para todo acto jurídico y. En el contrato de compraventa. ya que actúa como mecanismo de cooperación y orientación.. con el intercambio se produce una variación positiva en estado que tenía cada una de las partes. Es así que existen ciertos elementos que son esenciales en los contratos. De ahí que el mínimo de voluntad necesario para todo contrato esté dado por el acto de consentir en celebrar un contrato específico. encontraríamos que -en este caso particular. puesto que quien tiene en tales casos el cuidado de la cosa es el deudor y debiera ser él quien asumiera los riesgos. que distingue los elementos del acto jurídico en atención a la forma como fueron incorporados. (a) Elementos de la esencia 42. (iii) Nivel de cada institución jurídica. Es por ello que. que carga al acreedor el riesgo del cuerpo cierto cuya entrega se deba. además. Elementos del Contrato 41. para todo contrato. de lo cual es posible distinguir los elementos esenciales generales. Otra norma ineficiente para el análisis económico es la del artículo 1. y sólo operan (salvo aquéllas de orden público). (ii) Nivel social: El contrato contribuye a aumentar el bienestar global.

1445).Son aquéllos propios de cada contrato. Un elemento particular del régimen contractual es que las reglas dadas por la ley. (ii) Elementos esenciales de calificación. la calificación de un acto no está dada por lo que las partes dicen que es. podemos decir que son aquéllos que denen entenderse implícitos atendiendo a la operación jurídicoeconómica específica que las partes han celebrado. la costumbre. o la naturaleza del contrato. ésta será mirada con preferencia a todo el derecho dispositivo que regule esa operación. Es posible apreciar que. el acto será ineficaz. Estos son: voluntad. se entienden pertenecerle. Más concretamente. causa. 46. 4 . en la compraventa el precio y la cosa son elementos de esta especie. y en caso de no cuncurrir el precio la operación realizada sería una donación. las expectativas racionales que pueden generarse al tratar con un experto). sin necesidad de una cláusula especial” (art. lo que particulariza al contrato es que. La ausencia de estos elementos. en la compraventa). éstos también pueden estar definidos por la buena fe. a pesar de no haber sido considerados expresamente. 45. aquéllos que se generarían de negociar cada uno de ellos al celebrar cada contrato. según el cual las reglas legales que rigen los contratos son .1 Cualquiera sea la operación jurídica realizada. El que los elementos naturales de un contrato no provegan de la voluntad directa de las partes no debe entenderse como un obstáculo para concebir el contrato a partir de la voluntad. 47. si al momento de interpretar se entiende que existe una voluntad. no produce la ineficacia del contrato. Económicamente se puede justificar los elementos de la naturaleza atendiendo a que su carácter implícito ahorra considerablemente los costos de transacción. objeto. y que considera además factores como la posición que tuvieron los contratantes en el negocio (por ejemplo. supletorias. por regla general. (c) Elementos accidentales 48. en definitiva. Lo normal es que la ley regule y defina los elementos de la naturaleza. de tal manera que se entiendan implícitos en una operación determinada (por ejemplo. Una vez que la voluntad se ha expresado respecto de los elementos esenciales. que son “aquéllos que no siendo esenciales en él. sino que implica su derivación en un negocio jurídico diferente. el contenido del contrato puede ser completado por los llamados elementos de la naturaleza. y solemnidades (art. no obstante. pues al invocar los sujetos una conducta socialmente típica (como es la mayoría de los contratos en la actualidad) recurren también a todos los elementos que socialmente se entienden pertenecer a esa conducta. leyes prohibitivas) pueden reordenar las normas a su voluntad. y sólo actúan si las partes no han dispuesto algo distinto. Este aspecto guarda especial relación con el principio de buena fe con que deben cumplirse las promesas. Estos elementos expresan el principio dispositivo vigente en Derecho Privado. (b) Elementos de la naturaleza 44. de no concurrir alguno de ellos. se encuentran a disposición de los particulares.. o por la costumbre. La ley los concibe como requisitos para que cada tipo particular de contrato surta efectos. con una calificación distinta a la otorgada o perseguida por las partes (conversión del acto). buenas costumbres. por la naturaleza del contrato4. quienes dentro de un marco mínimo de limitaciones (orden público. 1444). Por ejemplo. con carácter supletorio. esto es. En efecto. ni Con relación a los elementos naturales derivados de la naturaleza del contrato. por lo general. los elementos de la naturaleza se entienden comprendidos en atención a la naturaleza social del contrato. sino por la propia naturaleza del acto. Son todos aquéllos elementos del contrato que no han sido previstos por la ley. entre otros. y las circunstancias de la relación.

49. Así. 1. son regulados por el Derecho. el modo. pero que las partes pueden agregar por medio de cláusulas especiales. y la representación. No son una consecuencia necesaria del contrato y requieren una mención expresa de las partes para que se entiendan incorporados. Los elementos accidentales conforman aquella parte del contrato que la ley no subentiende ni estima necesaria para su existencia.489). Estos elementos accidentales se denominan modalidades.1 como esenciales ni como elemntos de la naturaleza (art. alterando así los elementos de la naturaleza del contrato con el único límite de los elementos esenciales (orden público). la condición es elemento de la naturaleza en los contratos bilaterales (art. Con todo. hay elementos accidentales que. Cabe tener presente que algunas de estas modalidades pueden pasar a ser elementos de la esencia o de la naturaleza de algunos contratos. por ejemplo. Son tan diversos como disposiciones lícitas pueden ser incluídas en un contrato. Una vez incorporados en el contrato desencadenan los efectos que la ley ha previsto para ellos. Responden a todo aquello a lo que da lugar la imaginación humana. en razón de su importancia práctica o de la frecuencia con que se presentan. . y son: el plazo. la condición.444). 1.

. ya que nadie que debe algo a otro está facultado para elegir del otro el pago de lo que este debe sino hasta que éste esté dispuesto a pagar. En este sentido parte importante de la doctrina considera que esto no puede ser así porque: 1. Contratos plurilaterales Esta clasificación atiende al número de partes que participan en el contrato. 2.. Por esto la pregunta de si se extingue o no la obligación correlativa se concluye de forma negativa. Esto porque del hecho de la bilateralidad se desprende la reciprocidad de las prestaciones. En todo caso.. Existe otro tipo de contratos que son los llamados sinalagmáticos imperfectos o individuales. que tiene que ver con las nociones de gravamen y beneficio. corresponde a la clasificación de unilateralidad y bilateralidad en el sentido del acto jurídico en general.. Esta clasificación no debe confundirse con la clasificación de unilateralidad y bilateralidad de los actos jurídicos que atiende al número de partes que existen.. Esto está establecido en los artículos 1550 y 1820. Esta clasificación se vincula con la clasificación de onerosidad y gratuidad. en los sinalgmáticos imperfectos las obligaciones a que dan origen son sólo restitutorias. ya que la clasificación de unilateralidad y bilateralidad es una clasificación puramente formal.Condición resolutoria tácita: Esta se entiende incorporada a todos los contratos bilaterales y está establecida en el artículo 1489. cuando surgen obligaciones. vale decir. Esto está establecido en el artículo 1552.. Es usual que estas clasificaciones tengan una correlación entre contratos gratuitos y unilaterales.En los contratos bilaterales existe una obligación principal que se explica por la otra. de lo que se desprende finalmente la onerosidad en un sentido económico. en cambio. Surge la duda de si estos contratos pueden o no ser objeto de las normas que les son aplicables a los contratos bilaterales.Unilaterales y bilaterales. Ejemplos de este tipo de contratos son el contrato de depósito en el caso que el depositario realice gastos en el cuidado de la cosa y el contrato de comodato. pero esto admite excepciones como por ejemplo el mandato gratuito o el mutuo con interés. que son aquellos contratos unilaterales que pueden dar origen a obligaciones recíprocas. y entre onerosos y bilaterales. 2. buena parte de los efectos que se atribuyen a la bilateralidad de los contratos.) Los contratos son unilaterales cuando sólo una de las partes se obliga y la otra no contrae obligación alguna. la onerosidad y gratuidad es una clasificación de contenido económico. Efectos del contrato bilateral 1. Los contratos son bilaterales cuando ambas partes se obligan recíprocamente.1 CAPÍTULO SEGUNDO Clasificación de los contratos 1. más bien tiene como fundamento la onerosidad de los mismos.La reciprocidad también se manifiesta en el incumplimiento. pero no se superponen. (Artículo 1439.En los contratos sinalgmáticos imperfectos. el derecho siempre establece un correctivo especial cual es el derecho legal de retención.El riesgo de la cosa debida es de cargo del acreedor. 3. con la sola excepción de que se esté beneficiado por una modalidad. .

Ejemplo de esto último es el hecho que en los contratos intuito personae es esencial el vínculo que se genera entre las partes.Contratos colectivos: Este tipo de contratos se caracterizan porque un conjunto de partes forman un grupo para efectos de negociar como una sola parte. Este tipo de contratos se dan en el contrato colectivo de trabajo. Lo característico de este tipo de contratos es que no existen contratos parciales. en el cual los acreedores actúen conjuntamente.. Pero fuera del ámbito laboral. Esta clasificación en general no plantea dificultades. ya que . El contrato gratuito presenta ciertas peculiaridades en cuanto a su causa. y es el convenio. en los casos en que se sospeche que puede caber nulidad parcial hay que atender al concepto de la esencialidad.1 Los contratos plurilaterales son aquellos que para perfeccionarse requieren de la participación de más de dos partes. también es un contrato plurilateral el contrato del financiamiento en el cual hay varias partes que operan en un marco contractual común. En otras palabras.. Además.Contratos asociativos: Son aquellos que tienen por objeto crear una sociedad con personalidad jurídica. Este es un tipo de contrato plurilateral. salvo en los casos límites como el de la promesa unilateral. e incluso pueden modificar los estatutos de la persona jurídica.Gratuitos y onerosos. tiene la particularidad que eventualmente sus efectos pueden alcanzar a quienes no lo han suscrito. y para dilucidar esta interrogante se utiliza el mismo criterio que vimos anteriormente. la que comienza a funcionar a través de sus órganos.) El criterio de distinción entre contratos gratuitos y onerosos es doble. En este tipo de contratos también se presenta la interrogante respecto de si procede o no la nulidad parcial. Dentro de los contratos plurilaterales podemos distinguir dos grandes grupos: 1. sino que hay un solo contrato o al menos un contrato marco para regular las diversas relaciones contractuales. En este caso no existe liberalidad. por lo que los contratos dejan de ser intuito personae. cual es el de la esencialidad o accesoriedad del vínculo. ya que se forma con la concurrencia de dos o más voluntades.. La característica del convenio es que no sólo obliga a los acreedores que concurren. sino también a quienes no lo han hecho. Ejemplos de este tipo de contratos son el contrato de cesión. razón por la cual debemos concluir que el contrato es oneroso. Una vez creada la sociedad esta se perfecciona como persona jurídica. Estos tipos de contratos son de derecho estricto. pero que se adhieren a él con posterioridad. 2. (Artículo 1440. ya que se atiende a la utilidad o beneficio y al gravamen. hay otro tipo de contrato colectivo en el derecho de insolvencia. pero lo importante es que ambas partes resultan beneficiadas. en el que se requiere la participación de tres partes ya que opera una novación por cambio de deudor y una cesión de derechos. Es por esta razón que la validez del todo depende de la validez de las partes. como es el caso de las sociedades anónimas y las corporaciones. y sólo hay una parte que se obliga. por lo que en general no cabe la nulidad parcial. 2. ya que constituyen una excepción a la regla general de la fuerza obligatoria relativa de los actos jurídicos. salvo que afecte a una de las partes y ella considera que la parte afectada por la nulidad parcial no era determinante para la formación del consentimiento. pero el criterio principal es el de beneficio o utilidad. pudiendo tomar decisiones por la mayoría que determinen sus estatutos.

Ejecución del contrato: En los contratos gratuitos se responde del mayor o menor grado de culpa dependiendo a quien beneficie el contrato. Pero aunque la donación sea un acto de pura liberalidad. que debe existir una manifestación inequívoca de la liberalidad. por regla general. son contratos intuito personae. lo que queda de manifiesto en las siguientes normas: 1.. Efectos de la clasificación.. pero estos también pueden ser remunerados como la fianza. Pero la donación esta sujeta a ciertos trámites previos o formalidades de control (Artículo 1401) como la insinuación (Artículos 889 y 890 del C. Además los contratos gratuitos están sujetos a algunas formalidades especiales como la insinuación en el caso de la donación. donde se transfiere algo a otro de forma gratuita e irrevocable (Salvo que se revoque con expresión de causa). 2. 1. afectando incluso las asignaciones forzosas.Ley 18010.Derecho a revocar la donación si se cae en ingratitud o si cae en hechos que constituyen indignidad para suceder (Artículo 1428).Artículo 2299: Dispone que el que da lo que no debe no se presume que lo dona. En cambio sí hay una figura que es fronteriza cual es la remisión . 2. y por lo tanto cabe el error en la persona como vicio del consentimiento. En el caso de la acción pauliana en contra del tercero se hace la diferencia entre los contratos gratuitos y onerosos.. sino cuando la ley lo establece. siendo más fuerte la inoponibilidad en . ni a la revocación.Oponibilidad: La oponibilidad de los contratos gratuitos y onerosos requiere diferentes elementos.P. vale decir. En este caso el criterio de distinción también es la utilidad y no el gravamen (Artículo 1547). es decir.. 3. Pero la regla general es que no exista ningún tipo de limitación para donar.En la formación del contrato: La causa es un elemento diferenciador entre contratos gratuitos y onerosos.... Es por esto que los criterios determinantes para clasificar estos casos límites son la utilidad y la causa o motivo. 3. En el contrato oneroso la causa está dada por el beneficio que se obtiene. que es un contrato bilateral. Hay otros contratos esencialmente gratuitos como el comodato y el depósito.1 esta debe responder a la liberalidad.El donante tiene derecho a alimentos. 2. Un ejemplo de este tipo de actos es la donación modal que es un acto gratuito a pesar de que se imponga un gravamen al beneficiario. en cambio en los contratos onerosos se responde de culpa leve. en la cual siempre se entiende que hay donación y por lo tanto se le aplican estas normas (Artículos 1395 y 1653). artículo 2º: Dispone la presunción de intereses en el mutuo.C. si beneficia al deudor éste responde hasta de culpa levísima. y por lo tanto no están sometidas al régimen de insinuación. y no así el gravamen. o sea. (Artículo 1467) El más típico de los contratos gratuitos es la donación (Artículo 1386). sin perjuicio de que esta situación pueda ser corregida por medio de la acción de inoficiosa donación. El Código Civil mira con escepticismo la gratuidad.Artículo 1393: Dispone que las donaciones no se presumen. aquellos que reporten un beneficio personal para cada una de las partes. Es por esto que los actos gratuitos deben ser probadas en su gratuidad. Pero lo es importante tener claro que no todo acto gratuito es donación. en el contrato gratuito la causa está dada por la pura liberalidad. La regla general es que los actos sean onerosos. en el fondo siempre hay un elemento de reciprocidad que se manifiesta en: 1. en cambio. la cual debe constituir el móvil del acto. etc. razón por la cual.).1 cuya finalidad es que el juez autorice la donación con la seguridad es que no se lesionen los derechos de terceros.. a excepción del depósito necesario. en caso que no pueda mantenerse (Artículo 324). si beneficia al acreedor el deudor sólo responde de culpa grave. de dar algo sin la intención de recibir algo a cambio.

aún cuando no hay contraprestación. El principio en el derecho moderno en materia de forma es la consensualidad.Aleatorios o conmutativos (Artículo 1441). aunque estructuralmente sea aleatorio. sino que está dada por los elementos de riesgo involucrados en el contrato. la apuesta. (Artículo 1443) Contratos consensuales.1 este último caso (Artículo 2468). puede ser un contrato oneroso. . 4.. Es por lo dicho anteriormente que la diferencia entre conmutatividad y aleatoriedad no está dada por la existencia o no de contraprestación. ejemplo de esto es el contrato de renta vitalicia. Este tipo de aleatoriedad es un concepto que está implícito en todo tipo de contratos a futuro como el contrato de opción.. pero en los cuales la aleatoriedad se manifiesta en la magnitud de la contraprestación. protegiendo mucho más a este último. debe interpretarse igualmente como conmutativo. 3. En el caso de la aleatoriedad . el contrato de seguro. en el cual la inoponibilidad es más débil en caso de donación (Artículo 1962). ya que es un correctivo específico de justicia conmutativa en la compraventa. Hay algunos contratos que son necesariamente aleatorios debido a su estructura. Efectos de la clasificación. etc.Consensuales. 2.Si el contrato fue entendido como conmutativo por las partes. La conmutatividad consiste en que las partes. Esto se deduce de las palabras que usa el código al decir que se “miran” como equivalentes. Este mismo principio se sigue en el artículo 2179 que establece que en el comodato. Esta es una clasificación de los contratos onerosos. el mutuo y la cláusula penal. La aleatoriedad puede consistir en la posibilidad de cumplirse una de las prestaciones mientras que la otra debe pagarse a futuro. 1. lo que una parte se da tiene como contraprestación una contingencia incierta de ganancia o pérdida. principales están enumerados en el artículo 2258 como el juego. reales y solemnes. Hay otro tipos de contratos aleatorios en los que siempre hay contraprestación. debido a que todos ellos llevan un concepto de riesgo. así debe ser interpretado. si en el se incluyeron o no los elementos de riesgo. consideran las prestaciones como equivalentes.Revisión ex-post: En un contrato de larga duración pueden producirse circunstancias que las prestaciones de una de las partes se hagan excesivamente más gravosas. caso en el cual sólo se responde de culpa leve. El problema que se nos presenta en este caso es determinar si el contrato debe cumplirse como se pactó o bajo las condiciones actuales. En este sentido lo determinante es como está concebido el contrato. vale decir. Una norma análoga se da en el contrato de arrendamiento. y lo hace a propósito de la acción restitutoria emanada del emriquecimiento sin causa. a diferencia del comodato gratuito en el que se responde de culpa levísima. Pero a pesar de esto se tiende de todas maneras a volver al formalismo como medio de protección a terceros. de forma subjetiva. El artículo 2303 establece un principio general en el sentido de que se protege más al adquirente a título oneroso. y desde un punto de vista económico se caracteriza por la incertidumbre o riesgo. 3. por ejemplo la venta aleatoria.La lesión se da principalmente en los contratos conmutativos.... ya que si la cosa se enajenó debe distinguirse si esta enajenación se hizo a título gratuito u oneroso. Si el contrato lleva un elemento de riesgo involucrado.

lo que no obstará a la validez del contrato. Ejemplo de esto es el caso del contrato de mutuo por escritura pública que constituye un título ejecutivo. y como la forma moderna del contrato va por la vía del consentimiento probando el consentimiento se prueba el contrato. en general. cuyo incumplimiento sólo genera obligaciones restitutorias. Contratos reales. sino hasta que se entregue la cosa. las partes pueden convenir formalidades especiales que se denominan formalidades convencionales (Artículo 1076). En este sentido el principio consensualista establece que el contrato está determinado por el consentimiento. ya que hay argumentos de texto y razón que permiten establecerla como sanción (Artículo 1701). cuyo incumplimiento tiene la sanción de privar al titular del derecho de usar ese medio de prueba. si no se produce el cumplimiento de la formalidad se produce la nulidad absoluta. La teoría de la inexistencia va a establecer que el contrato que carece de solemnidades no puede ser probado y. es establecer una forma eficiente de establecer el momento y la forma en que se entenderá formado el consentimiento (Artículo 1802). que se obligue a una persona a cumplir un contrato real. como por ejemplo probatorias. ya que los efectos de los contratos no son tan relativos dado que existen algunos efectos que se extienden a los terceros relativos como es el subadquirente y los acreedores. están las formalidades de prueba. es importante suscribir un contrato de promesa. en principio.1 Así. por lo tanto no existe. La sanción del no cumplimiento de las solemnidades significa que este acto no produce efectos civiles. caso en el cual. Los contratos solemnes son aquellos en que la perfección del contrato está sujeta a una formalidad distinta de la entrega. . Es por esto que antes de suscribir un contrato real. Los contratos reales son aquellos que se perfeccionan con la entrega de la cosa que se debe. Es por lo anterior que la frontera de la inexistencia está determinada por el consentimiento y su prueba. también están las formalidades de oponibilidad. por último están las medidas de publicidad fiscales como las boletas. era la ejecución. como en el caso del mutuo. la prenda civil clásica y el contrato de depósito. porque si bien no hay contrato válido sí existió consentimiento. si no se cumple la formalidad administrativa no se afecta el acto civil. el cual aún no es exigible. y fuera de estas había sólo una forma a través de la cual podía perfeccionarse el contrato cual. por lo que la falta de solemnidad es un problema de prueba (Artículo 1698). Lo usual es que los contratos sean consensuales. salvo que en el caso así se establezca. vale decir. en el evento que su fin sea la determinación de la formación del consentimiento.cuyo fin . como por ejemplo la recepción municipal establecida en la ley de pisos y departamentos. Además de las formalidades que establece la ley. Este tipo de formalidades no tienen que ver con el negocio civil razón por la cual. en principio. Si estas formalidades convencionales no se cumplen no existirá contrato. pero a pesar de eso hay poderosas razones para considerar que la sanción a la falta de solemnidad es la nulidad absoluta. Estos contratos reales tienen su origen en el derecho romano y su razón de existir es que en el derecho romano sólo se reconocían cuatro contratos consensuales. Pero este mismo objetivo. puede conseguirse por medio de contratos innominados que aseguren el cumplimiento del vínculo. que generalmente se han denominado contratos innominados de financiamiento y que constituyen contratos marcos preparatorios del contrato real. Estos pactos convencionales se van a señalar en contratos preparatorios. el comodato. por lo que. Pero todo lo anterior no obsta a que las formalidades convencionales se pacten por diferentes razones. pareciera que la sanción a la falta de solemnidad tiene como sanción la inexistencia. Contratos solemnes. el cual sí va a obligar a suscribir el contrato real y no va a dejar al acreedor en la indefensión.

etc. garantiza un sinnúmero de deudas de tal modo que si bien su función es accesoria. Los contratos dependientes son aquellos que tienen su antecedente en otro contrato. En todo caso si el contrato es intuito personae no puede delegarse su cumplimiento. Pero fuera de estos casos no hay más contratos reconocidos en el derecho chileno. Con todo. razón por la cual hay que construirlos. ya que se protege a los trabajadores del subcontratista. como es el contrato de subarrendamiento. pero especialmente se le reconoce en el derecho laboral. ya que si no se conviene como dependiente estamos frente a dos contratos absolutamente independientes. Su fin es el de garantizar el cumplimiento del contrato principal. como en el caso del contrato de obra material. o sobre los derechos que emanan del mismo.En cuanto a la autonomía dependientes. la extinción de las obligaciones principales no ponen fin a su existencia. sino que sólo está reconocido en algunas instituciones como en el arrendamiento. Una forma de subcontrato consiste en que un tercero actúe por una de las partes en el cumplimiento de la obligación principal. El subcontrato no está sistematizado en el derecho chileno. En el mandato puede existir un subcontrato cuando el mandatario delegue en un tercero la ejecución del mandato. (Artículo 1442) del contrato: Principales. Es por esto que la accesoriedad tiene un doble aspecto: Sus efectos se extinguen cuando se extinguen los efectos del contrato principal. La accesoriedad se ha puesto a prueba al menos en materia de hipoteca y algunas prendas especiales. Debido a que hay dos contratos no se crea una relación personal directa entre el acreedor del contrato base y el contratista. Aquí pueden presentarse 3 situaciones: 1. como la separación de bienes. También pueden existir prendas con garantía real. la prenda (Artículos 2384 y 2401) y la hipoteca (Artículos 2407 y 2434). sino que garantiza toda una eventualidad. esta relación entre el principal y el contratista puede ser personal si en el contrato principal se autoriza expresamente el subcontrato. pero los riegos del subcontrato deben ser asumidos por el contratista. Esta delegación puede hacerse. Hay una forma en el derecho comercial. ejemplo de esto son las capitulaciones matrimoniales.. Pero lo que siempre se da es que en esta institución participan dos contratos: un contrato base y un subcontrato contrato. en materia procesal. Los principales contratos accesorios son la fianza (Artículos 2381 nº 3 y 2335).. cuyo fin no es garantizar una obligación particular. Pero la figura más importante en esta categoría es el subcontrato que no está tratado sistemáticamente en el Código Civil. accesorios y Los contratos accesorios son aquellos que tienen como fin constituir una garantía y. Ejemplos de estos tipos de contrato son los de construcción y arrendamiento. por lo tanto. sino sólo existe este tipo de relación entre quién contrató y el contratista. El subcontrato puede recaer sobre las obligaciones o deberes que emanan de la contrato base. Esto se coligue de lo establecido en el Código Civil respecto del mandato. El contrato sólo va a ser dependiente en la medida que se redacte como tal. pero lo importante es que si se pacta como dependiente va a seguir la suerte de lo principal.. en el mandato judicial . quienes bajo ciertas circunstancias tienen acción contra el principal (Artículo 64 del Código del trabajo). cual es la hipoteca con cláusula de garantía real. se extingue en sus efectos cuando se extinguen los efectos del contrato principal.Si el contrato nada dice: En principio se puede delegar. Este se caracteriza en que una de las partes contrata con un tercero sobre los derechos o deberes de la obligación principal. es decir.1 5. el mandato.

Además es importante saber que este artículo establece una regla de responsabilidad subsidiaria respecto de las remuneraciones de los trabajadores del contratista.Si el subcontrato haya sido expresamente autorizado y se establezca la persona del delegado: (Artículo 2137) En este caso si el mandatario delega en la persona que el contrato establece.Nominados e innominados. En el derecho antiguo sólo existían los contratos nominados. en el arrendamiento. la delegación es inoponible al mandante. Bajo la influencia canónica se pone énfasis en el principio de pacta sunt servanda. Hoy en día la producción de contratos innominados se ha transformado en una práctica. este y el principal son dos contratos independientes. pero incluso así. La diferencia entre el subcontrato y la cesión de contrato es que en este último siempre se extingue la relación entre el acreedor y el cedente por medio de un novación. Importancia de la clasificación. el cual no está autorizado en el Código Civil. nada excluye que esta persona contrate a otra en las actividades en que se considere incompetente. salvo en cuanto la obligación sea intuito personae.. Los más importante tienen nombre. y.. Pero cuando la delegación se extiende a otra persona que la establecida en el contrato principal la extinción del vínculo no sucede y hay que interpretar respecto de que sucede en materia de responsabilidad. y los innominados sólo se reconocían cuando eran ejecutados. ya que se crea un vínculo directo entre el acreedor principal y el subcontratista. Alguno de estos son la franquicia. salvo que exista negligencia por parte del contratista en elegir a la persona del delegado. En conclusión. la delegación deja de ser un subcontrato propiamente tal. pero el subcontrato contrato se refiere particularmente a la construcción de los edificios como obra vendida y no como riesgo del empresario. La diferencia del subcontrato con los contratos preparatorios es que en el caso del subcontrato el contrato base pervive en el tiempo. lo que pone el acento en que los contratos innominados también producen acción. 6. Esto quiere decir que el grado de culpa por el que responde el contratista es culpa leve.Si el subcontrato ha sido expresamente autorizado: (Artículo 2135) En este caso el contratista no va a ser responsable ante el principal de los hechos del subcontratista. vale decir. establecido en el artículo 2137. ni tampoco como construcción por administración. ya que este es el objetivo del contrato preparatorio. se asociaban al concepto de contrato real. se permite respecto de inmuebles urbanos dedicados a la habitación. por lo que el contratista responde ante el acreedor principal de las actuaciones del subcontratista. el talaje. exitinguiendose la relación entre mandante y mandatario. La delegación también se permite en el caso de arrendamiento de obra material (Artículo 2003 nº 5). si este es incapaz o insolvente. de forma excepcional. Pero uno de los casos límites en este sentido es el que vimos anteriormente. De todo esto emana el principio que el subcontrato contrato está permitido. en los casos en que el contrato principal nada diga respecto de un subcontrato. pero no regulación legal. el factory y el contrato de opción. pero en el caso de los contratos preparatorios este se extingue con la realización de un contrato posterior. vale decir.. 2. vale decir. 3. pero en el artículo 5º ley 18101 el subarrendamiento. .1 (Artículos 1946 y 7 del Código de Procedimiento Civil). en materia civil (Artículo 2135).

2111 y 2112. siempre que estas sean pertinentes. y en materia de mandato los 2163 nº 4 y 2167. Pero existen a este respecto fuertes ordenamientos de protección. Los contratos de ejecución instantánea se caracterizan porque su ejecución se realiza por medio de actos discontinuos. Efectos de la clasificación. Es usual que se fije un plazo o condición que ponga término a la relación. Si hay un plazo o una condición ellas regirán. los que se pueden llenar por analogía de instituciones afines. sino también por los usos y las prácticas e incluso por la naturaleza económica de la relación. 2110. Pero el problema se plantea si el contrato es indefinido y no se ha pactado plazo o condición. como en materia laboral y en el caso del arrendamiento (Artículo 3 ley 18101).Contratos de ejecución instantánea y de tracto sucesivo. A falta de regulación legal expresa los elementos de la naturaleza no sólo son fijados por la ley. A estos contratos puede ponérseles término en cualquier momento por una de las partes. 1. vale decir según lo que establece el principio de a buena fe.1 El problema de los contratos innominados es que no tienen elementos legales de la naturaleza.. En materia de sociedad los artículos son el 2108. y su término estará determinado por ellas. la sociedad. pero siempre suponen una duración. por lo que. o puede hacerse el pago deferido. Una misma relación entre dos partes puede ser tipificada como una relación de tracto sucesivo o de ejecución instantánea de pendiendo como se pacte. Por lo tanto.En materia de resolución del contrato: En teoría la resolución consiste en retrotraer la . Ejemplo de esto es un contrato de compraventa que puede pactarse como cuota vendida o como administración. por lo que no se da lugar a una relación permanente entre las partes. Los contratos de tracto sucesivo es que hay una relación continua en el tiempo. para clasificar una relación en este sentido debe atenderse a la naturaleza de la prestación y de la relación entre las partes. ya que los contratos personales de por vida pone en el largo plazo una traba a la autonomía de la voluntad. pero como esto puede producir perjuicios para la otra parte. este derecho de ponerle término al contrato de forma unilateral debe ejercitarse de buena fe. pero lo que caracteriza este tipo de contratos es que entre las diferentes existe una distancia descrita. El problema básico que plantean los contratos de tracto sucesivo es su duración. pero la importancia de este elemento es materia de interpretación. lo mismo sucede con los servicios profesionales si se los contrata para un caso específico o no. El principio hoy es que si el contrato de tracto sucesivo es intervenido es posible que pueda ser terminado por una de las partes de forma unilateral. En estos casos se muestra claramente que en una relación de tracto sucesivo no sólo vale la posición estratégica de cada una de las partes. en los cuales se debe demostrar que el principio regulador es el mismo. Este puede cumplirse en un mismo momento o de contado. como el mandato. atendiendo a si son continuas o específicas. las partes deben tomar las precauciones suficientes para no dañar innecesariamente a la otra parte el ejercer este derecho de terminar unilateralmente el contrato. por medio de un aviso de terminación o desahucio. o innominados como el contrato de suministro. En el caso del contrato de tracto sucesivo el elemento de buena fe se justifica debido a que este tipo contractual genera una cierta confianza entre las partes. Pero hay casos en que aún así existen vacíos. sino también el vínculo de confianza que se ha generado entre ellas lo que va a traducirse en que al momento de terminar el contrato debe actuarse con el cuidado con el que una persona decente lo haría. Esta doctrina está avalada por algunas normas establecidas en la sociedad y en el mandato que son los principales contratos de tracto sucesivo. por lo que van a ser contratos de negociación extensa. el arrendamiento. en materia de terminación. 7..

por ejemplo. a normas de fijación de precios como manifestación de políticas conducentes a la reducción inflacionaria. o una desigualdad tal entre las posiciones relativas de éstos que no puede ser neutralizada. así como a la imposición de tasas de encaje a los créditos externos con la finalidad de desincentivar créditos de corto plazo. Esta noción lleva a decir que todo contrato es válido y ejecutable en la medida en que exista consentimiento. Esto no puede ser posible en el caso de un contrato de tracto sucesivo. Por tanto. Contratos de adhesión. Esta instrumentalización del contrato constituye la base del dirigismo contractual que dará lugar.2.4. ya que hay cosas que no puede ser retrotraídas y reivindicadas. 3.Es posible que el contrato de tracto sucesivo puedan surgir imprevisibles que alteren sustancialmente la economía del contrato. Contratos dirigidos. Para comprender las razones que han motivado el surgimiento de este tipo de contratos. de tal modo que puedan ser objeto de correctivos. La evolución del derecho hacia nuevas formas contractuales atiende a hechos como los señalados anteriormente. lo que constituye en esencia la economía del laissez faire.. esto es la existencia de contratantes con una posición preponderante en el mercado. Tipos contractuales autonomía privada. como por ejemplo el uso. Límites a la Autonomía Privada: Este principio formal puede encontrarse con dos grupos de oposiciones que impiden la formación de un contrato libre. salvo que se incurra en algún vicio. la imposición de condiciones generales de contratación por el oferente o situaciones de desigualdad ente los contratantes. que establece que los riesgos son de cargo del deudor.Si en un contrato de tracto sucesivo perece la cosa no puede aplicarse la norma del artículo 1550. como entre empleador y trabajadores. debe partirse analizando las formas de pensar que han motivado el derecho a través del tiempo.Contratos forzosos. el contrato libre supone mercados abiertos y posiciones iguales. El cambio esencial que se observa en el Derecho practico moderno es la tendencia a analizar como una cuestión de hecho el grado de libertad y voluntad existentes en el contrato. toda vez que se produzca una anomalía antes estos supuestos se justifica una intervención legislativa a través de normas sobre libre competencia o regulaciones de Orden Publico de Protección. Contratos prohibidos. que suponen correctivos formales al concepto de Estos tipos contractuales son: 1. Desde la perspectiva del derecho económico. En este sentido tenemos un primer concepto de contrato. por lo que sólo quedará liquidar la situación 2. De éste modo se cuestiona la voluntariedad del acto en diversos casos: mercados monopolicos o en el que ciertos agentes gozan de una posición dominante. Por esto la pregunta es de que manera las circunstancias pueden afectar lo pactado. se aprecia que las políticas públicas en distintas intensidades intervienen en los contratos. el clásico. en tanto. por lo que se aplica la norma establecida en el arrendamiento.3. que pone acento en la voluntad como un elemento formal que da obligatoriedad al contrato. Estas restricciones a la autonomía de la voluntad son manifestación de la .. que justifican una restricción a la autonomía de la voluntad que opere como correctivo ante las deformaciones o anomalías que presenta el contrato en sentido formal. dado los efectos del tiempo. lo que en doctrina se han llamado problemas de imprevisión.1 situación al estado en que se encontraban antes de contratar. ya no como rol protector de los contratantes. el artículo 1950. sino con la finalidad de lograr ciertas metas sociales primordiales.

: EMOS) produce distorsiones tales en el mercado que pone fin a la presunción de justicia implícita en este sistema de intercambios. Orden Publico de Protección: Opera como contrapeso de la inferioridad efectiva del poder de negociación de uno de los contratantes. Respecto de las posiciones dominantes en que pueden encontrarse ciertas empresas de influencia decisiva en el mercado. Lo anterior se traduce en un régimen de contrato laboral dirigido. diferencia que radica en el reconocimiento de que es condición necesaria para la formación de un contrato libre su celebración en un espacio de ausencia de poder. De éste modo la autonomía privada se ve restringida a través de normas de fijación de precios o por medio de la imposición de obligación de contratar. Igual legislación protectora se advierte respecto de una relación contractual esencial como es la relativa a la vivienda. Se sanciona además a personas que por su función en una empresa poseen acceso a información privilegiada y la utilizan para negociar en posición de ventaja. debe informar sobre balances. impidiendo de éste modo a las empresas discriminar a los potenciales clientes. en que tiende a corregir las desigualdades de posición a través de la negociación colectiva y del reconocimiento de los derechos laborales como irrenunciables a través del Código del Trabajo. en cuanto se entiende que una regulación excesiva que impide la libre traición y establece condiciones que hacen prácticamente imposible el termino del .: Chilectra). o que se derive de una situación de monoproducción o de economías de escala (Ej. Tratándose de monopolios. la jurisprudencia de la Comisión Resolutiva de Legislación Antimonopolio ha impuesto dos criterios que restringen sustancialmente la capacidad de negociación de dichos organismos: (i) Ninguna empresa en posición dominante puede negarse a vender (ii) Se prohibe la discriminación de la clientela Del mismo modo se ha entendido como imperativo de contratación el que estas empresas formulen condiciones generales de venta. y en la imposición de contratos forzosos conexos. Esto. Estas intervenciones pretenden instrumentalizar el contrato para la consecución de ciertos fines macroeconómicos por lo que esta tendencia se manifiesta a través de normas de Orden Publico de Dirección. que atiende al logro de mercados abiertos. Ej. como el de Previsión. debiendo conceder igual precio a todos los compradores en condición equivalente. En otro ámbito se ha resuelto que para impedir la generación de situaciones de poder ilícito deben imponerse deberes de información que tienden a proteger la transparencia de los mercados.: En Mercado de Valores toda S. La legislación Antimonopolio atiende a una segunda función cual es evitar toda acción tendiente a entorpecer la libre competencia. ya sea que radique en la estructura natural del mercado (Ej. Es por ello que el Estado implementa políticas de fijación de precios y condiciones de suministro. Su manifestación más difundida se produce en materia laboral . cuya finalidad no es establecer un marco para el libre desarrollo de las conductas. Distinto es el caso del dirigismo contractual. el derecho entiende que ésta posición dominante de mercado. etc. imponiendo a los monopolios naturales un régimen de contrato forzoso y dirigido.1 evolución que ha experimentado el derecho contractual desde la codificación hasta el derecho contemporáneo.A. resultados. En materia de arrendamiento la normativa chilena es mínima. De aquí surgen normas que por su relevancia son calificables como de orden publico pero cuya finalidad no es dirigir la economía o proteger al contratante desvalido. transparentes y carentes de posiciones de poder. expresión de ello es la tipificación como contrato prohibido de las acciones de ciertas sociedades tendientes a la cartelización de un mercado. en tanto no contempla un máximo de renta ni regula causales de término. sino que se configura como Orden Publico de Ordenación.

Ej. transformando en ley general de la república los criterios impuestos respecto de la (i) negativa de venta y (ii) discriminación. puede decirse que la paradoja de la libertad consiste en que deben ser reprimidas ciertas acciones para garantizar su ejercicio integral. esto por aplicación de las normas legales establecidas en Art. Contratos dirigidos 3. 1461 y 1682. Ej. . en tanto recoge los principios jurisprudenciales establecidos por la Comisión Antimonopolio. Ejemplos de lo anterior se encuentran en . El orden publico de Dirección se impone a través de diversas técnicas: 1. Esta ley pretende llenar el gran vacío existente en materia de protección de los consumidores finales por la vía de establecer fuertes deberes de información afectando principalmente en materia de precios y créditos. 3 y 4 se limita a regular las condiciones de desahucio. Esta capacidad de autodeterminación incluye el establecimiento de formalidades convencionales. Del mismo modo la nueva Ley de Protección del Consumidor establece reglas de fundamental importancia respecto de los contratos de adhesión. y es en razón de ello que se justifican por ejemplo regulaciones respecto de las condiciones de mercado cuando se entiende que este sistema es expresión de la libertad humana para tomar decisiones. en cuanto la ley solo excepcionalmente las impone en materia contractual. Contratos Forzosos. Dicha licitud puede provenir de: (i) Prohibición legal expresa: El principio general está consagrado en el Art. Orden Publico de Dirección: Las restricciones a la Autonomía Privada provendrán de la implementación de políticas públicas que atienden al logro de ciertos fines públicos exógenos. pero otorga protección al arrendatario desahuciado por un período que se extiende de 4 meses a un año para el desalojo del inmueble desde la notificación del desahucio. En conclusión. Por medio de estas asociaciones podría accionarse colectivamente a través de una representación única. Contratos Prohibidos: La figura del contrato prohibido está dada por la restricción que se impone a ciertos actos negándoles acción. en tanto los involucrados poseen igual interés jurídico. desde la decisión de celebrar el acto y comprendiendo la capacidad de negociación que determinará el contenido final del acuerdo. La intervención legislativa se produce respecto de la voluntariedad del acto y de la materialidad del mismo.1 arrendamiento operan como desincentivo a la propiedad de bienes raíces arrendables y por otro lado permiten el descuido del arrendatario respecto del cuidado del bien. La ley 19. lo que contribuiría a reducir los costos de transacción que implica para un individuo interponer una acción judicial para manifestar su pretensión ante tribunales. 2. Modelos de Intervención Estatal: La autonomía privada se extiende a la integridad del contrato. 10 pero dicha prohibición no se reconoce por la mención formal del legislador sino que debe atenderse a las razones lógicas que existen detrás de toda norma para determinar la prohibición implícita que puede haber en ellas. En la estructura del Derecho Civil los contratos prohibidos poseen objeto ilícito y por ello se sancionan con nulidad absoluta. Normas prohibitivas.autorizar la formación de organizaciones de consumidores. por lo que más allá del valor que las partes puedan asignar a dicha conducta desde la perspectiva jurídica carecen de valor alguno.: Materia cambiaría.: Encaje de Inversión extranjera.101 en sus Art. límites impuestos por el ordenamiento jurídico que se traducen en : 1. Y así el grado de privacidad y autonomía que contempla un régimen legal es una dimensión variable que utiliza técnicas de carácter análogo para garantizar dicho ámbito.

por la cual se impone a los individuos la obligación positiva de celebrar un contrato determinado.1 disposiciones como los arts 1465 y 1796. ejemplo de ello es la facultad que posee el banco central para establecer a través de sus Acuerdos. pero el contenido mismo del acto podrá ser libremente discutido por las partes. este acto. (iii) Buenas costumbres: El derecho invoca a la moral incorporando ciertas normas morales básicas al ordenamiento jurídico que imponen un límite a la ejecutabilidad de las convenciones. ejercer un cargo o constituir un derecho: Ej. pero las reticencias más fuertes emanan de la figura del contrato forzoso. Operan también a través de prohibiciones las normas de Orden publico de Dirección. (ii) Orden Publico: Las restricciones a la autonomía privada que se producen por esta vía son de extrema dureza en tanto atienden a materias esenciales. De igual modo se recurre a la técnica de la prohibición legal para la tipificación y sanción de ciertas conductas como delitos. ej. a los acuerdos de distribución de cuotas o de territorio de un mercado. 2 letra f) califica como atentatorio cualquier arbitrio que tenga por finalidad limitar o entorpecer la libre competencia. puede inferirse su prohibición del conjunto de normas del ordenamiento jurídico por aplicación de las reglas generales. No se sanciona un acto específico sino que se establece una categoría de actos que deben entenderse ilícitos. evidencia de ello son las normas de orden publico bancario que. prohibiciones en operaciones de cambio internacional. la Legislación Económica contemporánea prohibe expresamente actos atentatorios contra la libertad de mercado: abuso de información privilegiada y operaciones de mercado destinadas a determinar artificialmente el precio de los valores. La obligación legal de contratar se agota una vez celebrado el convenio. Así mismo. lo que constituye el Orden Publico Virtual. pasa a regirse por el principio de autonomía privada. llamado por la doctrina francesa contrato forzoso ortodoxo. pero cuando es el ordenamiento jurídico el que establece esta obligación nos encontramos ante una restricción de la autonomía privada que puede tener diversas intensidades: (i) Contrato forzoso como requisito o condición para realizar una actividad. Dicho acto de interpretación se produce en casos como el texto del DL 211 sobre Libre competencia que en su Art. establece detallada y precisamente los actos que pueden llevar a cabo dichas entidades declarando prohibido cualquier otro acto no comprendido en la legislación bancaria. 2. (ii) Contrato Forzoso que impone la contraparte del contrato: . Será por tanto labor de la comisión Antimonopolio el considerar aplicable dicha normativa a los acuerdos de precios entre productores.: Cohecho. atendida la relevancia que poseen los bancos comerciales en la actividad económica y la fe publica comprometida en ella. etc. como en el contrato de promesa. Pero existe una serie de contratos que no siendo prohibidos identificadamente por la ley. Se exige constitución de mandato judicial para litigar Ciertas actividades económicas requieren de autorización especial para su ejercicio: Corredor de Bolsa Una vez celebrado el contrato forzoso. Contrato Forzosos: Aún el sistema más liberal admite prohibiciones. Esta norma imperativa de acción puede tener origen en una convención privada anterior.: Seguro automotriz para obtener permiso de circulación Usufructuario debe rendir caución para poder usar la cosa Tutor debe rendir caución antes de asumir la guarda.

que en su Art. Sanción de Nulidad El fundamento de éstas restricciones a la autonomía privada puede encontrarse tanto en el orden publico de Protección. en tanto este gravamen se impone al predio sirviente aun en contra de la voluntad de su propietario. así como con una serie de otras regulaciones que la autoridad impone a la voluntad de los contratantes. imponiéndosele como una obligación legal. 13 establece que quien abre un negocio al publico esta obligado a vender a quien lo solicite. sin los cuales el acto resulta ineficaz o deviene en uno distinto del deseado por las partes.: En materia de electricidad se imponen tarifas. no pudiendo discriminar arbitrariamente.496 de protección al consumidor. Sin existir convenio previo entre los propietarios. El problema se plantea cuando únicamente . que puede ser definido por el orden jurídico. La doctrina designa este tipo contractual como contrato regulado o dirigido. la operación en su conjunto es declarada ilícita y procede por tanto la nulidad total. limitando la capacidad de negociación de los contratantes. 1444 el ordenamiento jurídico admite la existencia de ciertos elementos esenciales de los contratos. Facultad de negociación de los contratos: La ley establece los elementos de la naturaleza que se entienden incorporados en los contratos. ya que al prohibírsele la negativa injustificada de venta se le impone la obligación de vender a quien se lo solicite. Una figura símil a los contratos forzosos es la de las servidumbres legales. Estas normas. ya sea legislativa o administrativa. Ej. con lo que difícilmente puede hablarse de concurrencia de voluntades. al titular del predio dominante. se obliga al predio sirviente a ceder un beneficio. tienen carácter dispositivo por aplicación del principio de la autonomía privada. que le era exclusivo. en cuanto se configura integrando la voluntad de las partes y la normativa establecida por la autoridad y que se impone inexorablemente. condiciones y calidad de la prestación de servicios. Nulidad Total o Parcial: Tratándose de contratos prohibidos. En el Art. La fisonomía del contrato se pierde en éstas obligaciones contractuales extremas que se traducen en un derecho de opción que se otorga al publico para decidir si consentir o no en el acto. igual principio impera en la ley 19. contempladas por el Código Civil en su Art. como en el de Dirección o en el de ordenación anteriormente descrito. éste deberá incluir los contenidos dispuestos por la autoridad pública. y en tanto la voluntad es intervenida por el derecho imperativo será sancionada por tanto con nulidad cuando contraríe las normas de orden público . (iii) Regulación del contenido del contrato forzoso: En el extremo el contrato puede ser objeto de restricciones respecto de la celebración. 1. se rige entonces por reglas análogas a su naturaleza comprendidas en el propio acto. esto dice referencia con las normas de orden publico que son indisponibles para las partes. La carencia del elemento voluntario impide interpretar éste vínculo según principios contractuales. sin requerir mención expresa de las partes y rigiendo con carácter supletorio salvo que las partes estipulen en contrario. Si los sujetos privados quieren celebrar un contrato.1 Un grado superior de restricción puede aparecer en la figura del contrato forzoso cuando la obligación impuesta no sólo se extiende a la imperatividad de la contratación sino que se señala la contraparte con que debe celebrarse el acto. Un contrato de este tipo es el que dispone el DL 211 a toda empresa en posición dominante de mercado. aplicables al menos a los contratos nominados. de la contraparte e incluso del contenido mismo del acto. 847.

Si se logra comprobar que el contrato se habría realizado aún incluyendo desde el inicio la norma de orden publico. Tal sanción presenta características que la hacen parecer no idónea para el estatuto de protección que se establece en favor de determinados individuos. Art. 8° de Ley 18. respecto del régimen de asignaciones forzosas. salvo tratándose de O. . si una convención contraría estas normas sólo respecto de los montos o proporciones fijados por la ley podría entenderse que procede la nulidad parcial sólo respecto de dicha parte del contrato. resulta éste indivisible. 5° C. uno de los contratantes puede fijar condiciones generales en un contrato prefigurado en detalle por él mismo. Orden Publico de Protección: Corresponde anular solamente sustituyéndola por la norma legal.010 establece interés máximo equivalente al interés corriente más 50% Orden Publico de Dirección: Por regla general se ha pensado que la nulidad de una cláusula.1 ciertas disposiciones del contrato se oponen a una norma imperativa de orden público. puede ser declarada de oficio por un tribunal. 16 de Ley 19. pero cuando la ley nada dice corresponde recurrir a la razón práctica para determinar la sanción correspondiente y esto sólo se logra al identificar la finalidad de la norma de orden público. no admite esta sanción en forma general expresamente. Tal razonamiento lleva a la conclusión de que es la nulidad relativa la sanción procedente. Pese a que el Código Civil contempla casos aislados de nulidad parcial. se conserva el contrato.P de Protección. de tal modo que la contraparte sólo puede adherirse o rechazar la oferta sin posibilidad de negociar el contenido del convenio. Existiendo unidad de consentimiento y siendo el elemento viciado esencial al momento de celebrar el contrato. conlleva la nulidad total del contrato. Ello porque la nulidad absoluta puede ser alegada por cualquier interesado. pero la doctrina y jurisprudencia chilena han rechazado esta opinión mostrándose reticentes a atender a los motivos que existen tras la nulidad. 2. En la misma línea argumentativa puede aducirse a que las normas de orden publico de protección se establecen en razón del estado o capacidad de las personas involucradas y no en razón de la naturaleza del acto que realizan.: Procedimiento establecido por Art. la disposición contraria al orden público Ej.496 de Protección del Consumidor Art. Nulidad Absoluta o Relativa: El argumento formal vincula la contrariedad al orden publico con el objeto ilícito sancionándose por ello tal acto con nulidad absoluta. La oferta define en detalle el contrato alterando muchas veces los elementos de la naturaleza del acto. Norma derogada que fijaba renta máxima de arrendamiento equivalente al 11% del avalúo fiscal. se sanea por el transcurso de un lapso de 10 años. Es usual que dichas condiciones generales de contratación sean realizadas por proveedores de servicios dirigidos indiferenciadamente al publico. del Trabajo: derechos laborales irrenunciables se entienden incorporados en el contrato aún contra estipulación expresa. casos como éste son recurrentes en relación a salarios mínimos establecidos legalmente o en materia testamentaria. Practicas contractuales que excluyen la negociación Pese a que la ley da amplia libertad para la discusión de los contratos. etc. El omnus probandi recaerá en éste caso sobre la parte que pretende la supervivencia del contrato.

contribuye a la igualación de posiciones de los contratantes de distinta condición. De éste modo. haciendo referencia al modo de formación del consentimiento. tasas de descuento. así como el establecimiento de diversas relaciones posibles entre precios y servicios. resulta de una exigencia impuesta por la Comisión Antimonopolio. Puede concluirse.) y que prohiben la negativa de venta de los productos ofertados. De éste modo se dará origen a convenciones tales como el otorgamiento de paquetes de productos a un precio inferior reduciéndose las garantías. que técnicamente es más perfecto el concepto de condiciones generales de contratación. evitándose de éste modo las discriminaciones arbitrarias. La noción de condiciones generales de contratación. Este principio es atenuado por regulaciones que obligan al proveedor que establece condiciones generales de contratación a respetar los términos y modalidades expresados (precios. etc.496). responsabilidad y riesgo por parte del productor. por lo que técnicamente sólo constituye una invitación a realizar ofertas.1 generalmente en beneficio del proveedor. dado que permite reducir sustancialmente los costos de transacción que implica toda negociación. (Art. el Código Civil no establece un conjunto de normas . al otorgar transparencia e información sobre el contrato que se va a suscribir por medio de la publicidad de tales condiciones generales. por su parte. en éste sentido parece lógico que se estipulen condiciones que atiendan más perfectamente a la naturaleza económica del contrato que se celebra. Así de modo recurrente se estipulan cláusulas de exoneración de responsabilidad o disposiciones que alteran la carga de la prueba. La justificación de ésta práctica contractual es de carácter primordialmente económico. Las condiciones generales de contratación se conforman como una oferta completa e indeterminada. Permite también conocer la real equivalencia entre precios y productos lo que se traduce en la asignación variable de riesgos y obligaciones conexas. dice relación con la manera en que se ofrece el convenio. 2° Ley 19. por tanto. Tratándose de una empresa en posición dominante de mercado la publicidad de dichas condiciones de contratación. Por otro lado. etc. podrá tener tales características sólo una cláusula del contrato siendo las restantes cláusulas de libre discusión sin que por ello deba calificarse a tal convenio como un contrato de adhesión preformulado. Las normas de la naturaleza dispuestas por nuestro código civil pese a ser particulares para cada tipo contractual resultan de excesiva generalidad en cuanto rigen para actos jurídicos de muy distinta especie. descuentos. Las reglas que una de las partes determinan exhaustivamente para la celebración de los contratos suscitan problemas prácticos respecto del grado de ignorancia sobre el contenido y existencia de las cláusulas Condiciones generales de contratación Corresponden a lo que la doctrina francesa ha denominado “contratos de adhesión”. 105 C. como por ej. en el sentido de : (i) Publicidad y conocimiento de las cláusulas por los contratantes antes de realizar el convenio (ii) Existencia de condiciones que benefician al productor CAPITULO TERCERO: INTERPRETACIÓN E INTEGRACIÓN DEL CONTRATO Generalidades Al tratar esta materia. Comercio y Art. desde un punto de vista estrictamente técnico jurídico la oferta la realiza el consumidor. Pero la suscripción de una convención de condiciones generales de contratación implica riesgos. Las normas sobre compraventa son aplicables tanto a la venta más simple como para la de bienes de alta complejidad.

distinta de comprender o interpretar un signo. determinarla. Entre ellas. en verdad.1 exhaustivas que la regulen. una vez aclarada que sea esta cuestión. el acto interpretativo debe siempre estar orientado a relacionar lo que las partes convinieron de manera expresa. no deja de presentar algunas dificultades prácticas. el modo a través del cual podemos acceder a sus intenciones es examinando su conducta externa. Muy por el contrario. Sólo éste sabe a ciencia cierta cuál fue su genuina intención al momento de contratar. Por lo tanto. la intención auténtica o interna de un sujeto es por esencia algo impenetrable de forma objetiva. Aquí es. o. Sobre la base de qué se construye esa intención: sobre la base de las conductas externas que configuran el consentimiento. por no decir imposible." De él se desprende. que no podemos penetrar en lo más profundo de la voluntad del individuo. Por otra parte. etc. Este principio coincide con la letra del art. Incluso. Por consiguiente. como fenómeno sociológico subjetivo de un individuo. excluida del análisis cierto. Pues bien.que configuran la declaración de voluntad. tácita. que el objeto predominante de atención al momento de interpretar debe ser la voluntad de las partes. se debe integrar el contrato. además. ya que lo convenido engloba también a los elementos implícitos que. queda. contempla el art. presunta o en silencio. entonces. emanan del hecho que los contratos se perfeccionan dentro de un orden cultural determinado. No obstante todo lo voluntarista que es este principio. Como se puede advertir. es que la intención de la que habla. 1560 es consecuente con la doctrina clásica que asume el Código Civil -de gran acento en el elemento voluntad-. que el acto de interpretación no recae únicamente sobre lo que las partes expresamente convinieron. en cualquiera de sus formas. debe estarse a ella más que a lo literal de las palabras. sino que consagra un principio general que enseguida es desarrollado por ciertas reglas técnicas. por ejemplo. o por la costumbre. este principio consagrado en el art. a ella. de manera general. para perfeccionarse. es el hecho que no queda claro qué debe entenderse por "intención de los contratantes". pues bien. la que se puede producir de diversas formas: expresa. surge otro inconveniente: definir cuáles de esos fines y motivaciones son los pertinentes. precisamente. entonces. Una primera cuestión que suscita complicaciones. Un caso típico es el surgimiento de un nuevo riesgo en un contrato de larga duración. a través de ellos será posible desentrañar la voluntad interna del sujeto obligado. en otras palabras. Con todo lo claro que puede ser este principio. Considerando. que en el desarrollo del proceso interpretativo se prescinda de los actos externos -comúnmente palabras. en estas circunstancias. eso sí. es la situación que se produce cuando se percibe que el contrato no regula una determinada eventualidad. según el cual "Conocida claramente la intención de los contratantes. las motivaciones que indujeron a él. el objeto de la interpretación de un contrato es descubrir la voluntad interna subjetiva de los contratantes. pues usualmente es difícil. Un segundo problema. 1560. requiere de una manifestación de voluntad. y que. puede referirse a los fines que persigue el contrato. En definitiva. donde adquiere mucha relevancia la expectativa que se creó o que razonablemente pudo haberse creado en el destinatario de la promesa. ha de atenerse al momento de realizar el acto interpretativo. ello no significa. cuando por medio de un acto de interpretación no se puede resolver una interrogante planteada en torno al contrato. ya que esta frase puede significar múltiples cosas. con lo que pertenece al contrato por su naturaleza. . 1546. pues el objeto del acto de interpretación de un contrato no es otro que descubrir el sentido voluntario e intencional que subyace bajo la manifestación de voluntad realizada. por la ley. Cabe destacar. como se vio. El contrato.

Surgen dos interrogantes: ¿Cuáles son los signos que pueden ser un indicio de voluntad? y ¿qué significado tienen esos signos para terceros? La voluntad se puede expresar por escrito. El verdadero objeto del acto de interpretación no es. De aquí que cuando el Código Civil habla.. en el art.Tomando en cuenta el hecho que todos los actos jurídicos recepticios se justifican en la medida que los celebrantes invocan una institución social por medio de la cual se crean expectativas. es decir. no debe otorgarse predominio a las palabras por sobre otros elementos que ayuden a desvelar esa voluntad conjunta.. 1560. a fin de cuentas. este proceso de descubrimiento tiene dos vicisitudes que es preciso comentar: 1. En el Derecho Comparado.1 Interpretación Interpretación y Voluntad La doctrina clásica se apoya. advierte que la declaración de voluntad no debe ser entendida de una manera en exceso formal.de manera voluntaria. a través de un . particularmente los no recepticios. Esta idea de voluntad puede entenderse desde dos perspectivas: 1. que gira en torno a qué debe ser el objeto del acto de interpretación: si la intención real.". Por eso.. si a la interna o a la declarada. ya que ésta es la única que puede ser entendida y aceptada por cada parte. 1560. consenso y no disenso. pues le da vida y forma. caso en que para determinar el contenido de la convención debe recurrirse a lo que efectivamente éste quiso. 2. o la que se desvela en los actos externos. Relación entre voluntad interna y voluntad declarada El art. el contrato supone una concurrencia de voluntades denominada consentimiento. no puede existir jamás un contrato si no ha nacido -como un todo. al preceptuar que "(. en consecuencia. 2. para estos efectos.Desde el punto de vista del autor. la voluntad pasa a ser el elemento central el acto jurídico. Sin embargo. En Chile..) debe estarse más a ella (la voluntad) que a lo literal de las palabras. en tanto. entonces. en términos de que si bien pueden existir obligaciones que no tengan por antecedente la voluntad expresa y consciente del obligado. de la intención de los contratantes. que han seguido la doctrina de la confianza. 1560 del Código Civil quiere decir que debe estarse a la voluntad fehacientemente comprobada. 1560 señala. para llevar a cabo el acto de interpretación. pues el contrato nace y es.. El principio del art. 1560 plantea. debe leerse que se refiere a la común.Una primera cuestión dice relación con el hecho que a diferencia de los actos jurídicos unilaterales. Las dos perspectivas anteriormente descritas representan una de las grandes disputas actuales del Derecho Civil. oralmente. De acuerdo con la legislación nacional. salvo en países como Alemania y España..Un segundo punto busca responder la pregunta siguiente: ¿que rol juega la manifestación de voluntad para determinar la voluntad auténtica de las partes? El art. y a qué voluntad deseamos llegar. rige sin contrapesos el principio voluntarista del art. en la idea de voluntad como elemento constitutivo del contrato. En este caso. lo pertinente es averiguar lo que una persona razonable podría haber entendido a partir de la manifestación de voluntad constitutiva del mismo. dos interrogantes: qué elementos nos permiten llegar a la voluntad. lo más recóndito de las voluntades de las partes. el objeto del acto interpretativo es descubrir la voluntad auténtica de las partes. sino el punto de encuentro de éstas. la corriente tiende a ser voluntarista. en sí.

El intérprete del contrato (juez) no está facultado para re-crear sus cláusulas. ¿Qué voluntad es la relevante en el Derecho de los contratos? Importa la voluntad que el otro contratante puede inferir de los actos exteriores que manifiestan esa voluntad. y la voluntad de su creador suele perderse en el tiempo. Sin embargo. En tanto. Modo de integración de los contratos El contrato establece ciertas disposiciones expresas. las partes regulan los efectos que aquél deba producir y que sólo a ellas afectan. La ley tiene un alcance más amplio. Así. el juez no puede ignorarla. en las que se establece que la ambigüedad de una cláusula cede en beneficio del deudor (de lo que se desprende que es el acreedor quien debe precisar sus derechos) y que. lo que se aprecia en el Código Civil. será mayor en contratos de larga preparación que en aquellos de negociación breve o mínima. en el contrato. Lo anterior no implica desconocer que hay casos en que el texto del contrato dé lugar a contradicciones o imprecisiones. lo que no ocurre en otras disciplinas. como la de la ley. 1564. Uno de ellos se encuentra en el art. Por lo demás. se puede acudir a otras fuentes que esclarezcan el sentido del contrato. plasmado en un documento. En cambio. el art. a no procede poner en duda lo que las partes han que el lenguaje es el medio más común y perfecto para comunicar la voluntad. puesto (por la especificidad de los vocablos) medio del silencio. pero. el texto del contrato da testimonio del momento en que se manifiesta el consentimiento. Integración del contrato A menudo. en cuanto regula relaciones en la comunidad. 1560. de la declaración de voluntad) dice relación . por lo que. El problema de la integración del contrato (más precisamente. que contempla el elemento sistemático y. debe entenderse que es suficiente. ellas no contienen todo lo que las partes consienten (elementos implícitos). la declaración obliga cuando se hace con reserva mental. Pero. En los contratos por escrito. con el pretexto de indagar en la voluntad de las partes. si el texto es claro. el artículo 1566 contempla dos normas de clausura. ya que representa una orientación y un límite para sus decisiones. Es útil comparar la interpretación de un contrato con otros tipos de interpretación. Es por ello que. 1560). La palabra "voluntad" tiene un elemento sociológico que le da un fuerte significado moral. Así establecida la voluntad. evidentemente. si una de las partes es la que redacta una cláusula ambigua. en cierta forma. el juez puede y debe integrar los vacíos a que ella da lugar. ella debe interpretarse en beneficio de la contraparte. 1565 señala que el hecho de que una disposición del contrato contenga un ejemplo no la restringe a ese sólo caso (se extiende su alcance a todos aquellos casos en que proceda su aplicación). El valor relativo del texto varía según las circunstancias en que se ha concluido. en las que tiene cabal presencia la hermenéutica. el histórico. el juez crea una regla de equidad ex-post. Si el texto da lugar a conclusiones evidentemente equivocadas. por ejemplo. que establece algunos criterios llamados a solucionar esos conflictos (siempre teniendo en vista el principio general del art. Además. muchas veces.1 comportamiento social típico o por pesar de lo que dice el art. en Derecho sólo tiene relevancia la voluntad cuando se comunica.

una discusión sobre ese punto no da lugar a casación. Está dada por una relación económica beneficiosa paracada parte. 2. del Código Civil. En Francia se ha establecido que los usos contractuales sean preferidos a las normas legales para la integración de los contratos. que son invocados por los artículos 1546. 3. por lo que no se concede casación para discutir los puntos de un fallo que recaigan en ella. cuando no han respetado su evidente sentido. Además debe atenderse a los fines económicos que las partes han perseguido al celebrar un contrato. La buena fe no sólo obliga a cumplir con la obligación principal.. Es importante señalar que la integración que se efectúe en virtud de la buena fe debe siempre realizarse dentro del contexto del consentimiento de las partes.Sí se da casación cuando hay un error en la calificación de un contrato. sino también con ciertas obligaciones conexas. 1562 y 1563 del Código Civil.1 con estos implícitos. vale decir. las que son indispensables para que el contrato presente eficacia económica. La buena fe obliga a que se reconozca que.. 4...La interpretación es.La buena fe en la interpretación o integración de un contrato es una cuestión de hecho y. referida a los hechos. Esto constituye un límite externo para la buena fe. b) Costumbre o usos contractuales: El consentimiento se produce sobre la base de ciertas prácticas sociales. inc.En Derecho Comparado se ha concedido casación cuando los jueces han "desnaturalizado" el contrato. se invoca dichos implícitos. en Chile. al celebrarse el contrato. por lo tanto. al menos en Chile. han surgido cuatro ideas claras: 1. Casación en materia de interpretación de contratos Respecto de este tema. que son fijados por la ley o la costumbre. c) Naturaleza de la obligación o del contrato: A ella hacen referencia los artículos 1546 y 1563. Elementos de integración del contrato: a) La ley: Ella establece ciertas normas que quedan a disposición de las partes (normas dispositivas). . 1°.

claramente no pone énfasis en el cumplimiento del contrato. por ende. a su vez. en el Common Law se ha dicho que el incumplimiento no constituye un ilícito. sino que en la certeza de que los incumplimientos no provocarán menoscabo. el análisis económico del Derecho. Incluso. a diferencia de la anglosajona.34 CAPITULO CUARTO: INCUMPLIMIENTO DE LA OBLIGACIÓN CONTRACTUAL Principio de Fuerza obligatoria del Contrato: Acciones Ante el Incumplimiento 1. la tradición continental ha optado por esta segunda opción. porque si no existieran. el contrato obliga. Así. Pero más allá. quedan de manifiesto las prioridades que busca resguardar. dar crédito a la confianza que el acreedor depositó en el deudor. Por eso las acciones en nuestro sistema jurídico aparecen como una sanción a la violación del principio pacta sunt servanda. que el Derecho. Lo anterior. de la acción de ejecución forzada. frente a un incumplimiento -al menos en principio-. El derecho de acciones pasa. dota a los contratantes de las acciones necesarias para que satisfagan su interés. al reconocer fuerza obligatoria al contrato. el reconocimiento efectivo que el Derecho hace de los acuerdos privados. a ser fundamental a la hora de traducir a la práctica las diversas teorías que intentan explicar la fuerza obligatoria del contrato. o porque hay una promesa moralmente obligatoria. Lo importante es. las acciones las encontramos en el título XII del Código Civil. que ha elegido la primera. . en el fondo. o porque es justo. en la generalidad de los casos esta es la acción que promueve la utilización más eficiente de los recursos. antes que todo. las acciones tienen la virtud de facilitar los intercambios. Artículo 1545 La fuerza obligatoria de los contratos encuentra su antecedente inmediato en la ley. 1545. según la doctrina bajo la cual se aborde el tema. propone para el caso de incumplimiento contractual que la acción primera y fundamental que conceda el Derecho sea la indemnizatoria. siguiendo la idea de la eficiencia. En general. de culpable. sino que es uno de los posibles cursos de acción que. la tradición anglosajona busca satisfacer la expectativa del acreedor poniéndolo en la misma posición patrimonial y moral en que estaría si el contrato se hubiera observado íntegramente. El principio que rige la materia es que el acreedor dispone. puede seguir el deudor. Es. ninguna parte cumpliría lo convenido sino hasta que la otra lo propio hiciera. y sólo subsidiariamente de la indemnizatoria. vale decir. Sistema de Acciones en el Derecho Chileno En el Derecho Civil nacional. Objeto y Fines de las Acciones Frente al Incumplimiento Un tema directamente relacionado con el anterior es el de qué tipos de acciones pone el Derecho a disposición de las partes en caso de que se vean perjudicadas por un incumplimiento contractual. junto con el cumplimiento. redunda en que el incumplimiento reviste el carácter de reprochable y. el ordenamiento jurídico que concede primeramente la acción de ejecución forzada. De este modo. la continental intenta hacer exigible la obligación en naturaleza. Aspectos Económicos de las Acciones Desde un punto de vista económico. Según el tipo de acciones que el derecho proporciona. en nuestra tradición jurídica se resalta el concepto de que las promesas u obligaciones contractuales deben cumplirse tal como se pactaron. Además. Para dicha teoría. en todo caso. en cambio. En otras palabras. especialmente los contemplados en aquellos contratos cuya ejecución no se realiza al momento de ser celebrados. lo que. de este modo. específicamente en el art. como se vio. En cambio. hace hincapié en el cumplimiento de lo prometido. un sistema jurídico que como acción primordial consagra la acción indemnizatoria. o porque es la institución más eficiente para crear riqueza.

las que infrecuentemente están respaldadas por acción indemnizatoria. El artículo 1556 del Código Civil describe tres hipótesis de incumplimiento de un deber contractual. una opción. el acreedor tiene derecho a indemnización de perjuicios.. en relación con otros medios de que dispone el acreedor insatisfecho para el restablecimiento del equilibrio jurídico. dicha opción se encuentra consagrada en el artículo 1553 del Código Civil. que no señala al acreedor un "orden de ejercicio" para las acciones que enumera. que en muchos casos se da esa imposibilidad y que el inciso tercero del citado artículo permite que. lo que ocurre sólo en casos extremos (como. depósito. aun cuando se pueda destruir lo hecho. entre las cuales se puede encontrar una indemnización. el artículo 1489 establece que. y en los demás porque así lo señala el Código Civil en el art. y se aplica con cierta firmeza sólo a los contratos unilaterales que contemplan obligaciones de dar (mutuo.Indemnizaciones moratorias: Reparan el retardo en el cumplimiento de la .. en el primer caso en virtud de la condición resolutoria tácita. Además.Su consagración en el artículo 1545 del Código Civil 2.34 Sin embargo. en el caso de las obligaciones de no hacer. Pero. Fuerza obligatoria del contrato (esquema) 1. Responsabilidad contractual e indemnización de perjuicios Lo que se persigue es satisfacer al acreedor ante el incumplimiento del contrato. tanto en los contratos que crean obligaciones de hacer como en los que crean obligaciones de no hacer. el acreedor debe quedar en la misma posición en que habría quedado de haberse cumplido íntegra y oportunamente la obligación de su contraparte. 1553 (con todo. la indemnización de perjuicios tiene una aplicación general y. porque cuando el contrato es bilateral o contempla obligaciones de hacer o no hacer.Objeto y fines de las acciones frente al incumplimiento de las obligaciones contractuales 3. se escuche las proposiciones de reparación que realice el deudor. sumada al cumplimiento o la resolución del contrato. por ejemplo. La excepción está dada por las obligaciones de hacer contenidas en contratos unilaterales. entregándole una suma de dinero. En tanto. en la realidad se observa que. igualitaria. comodato). en cierta forma. el cumplimiento se hará en naturaleza siempre que el hecho se pueda destruir y sea económicamente racional hacerlo). contemplando en ambos casos la acción indemnizatoria. En el caso de las obligaciones de hacer. En principio.. según elección del deudor. sin embargo. Cabe destacar. Por lo tanto. en realidad ello no es tan categórico.. Se dice que en Derecho Chileno se puede obtener indemnización sólo si se ha pedido antes la ejecución forzada del contrato.Aspectos económicos del incumplimiento de los contratos y de las acciones para exigir su cumplimiento 4. Así es. Ellas dan lugar a una clasificación de las indemnizaciones en: . cuando la cosa cedida en comodato ha perdido utilidad). ante incumplimiento de un contrato bilateral. el artículo 1555 del Código Civil le señala al acreedor de una obligación de no hacer que sólo puede ejercer la acción indemnizatoria cuando no sea posible deshacer lo hecho en contravención de lo pactado. existe. en realidad. el Derecho concede al acreedor insatisfecho la opción de ejercer diversas acciones.Sistema de acciones en el Derecho Chileno a) Cumplimiento forzado b) Indemnización de perjuicios c) Acciones propias de los contratos bilaterales: Resolución (1489) y excepción de contrato no cumplido (1552) La indemnización de perjuicios es un equivalente de la prestación pactada.

En este tema del incumplimiento de la obligación contractual. vale decir. que el incumplimiento sea culpable. y. esto es. 2. a su vez. pero defectuoso. por su parte. qué se entiende por incumplimiento. ¿ Qué se Entiende por Incumplimiento Contractual ? El incumplimiento de la obligación contractual no es otra cosa que la inobservancia de la prestación debida. el primer requisito y presupuesto básico de la responsabilidad contractual. Causalidad entre los perjuicios y el incumplimiento.. Los requisitos para que proceda la responsabilidad contractual son los siguientes: 1. el deudor se encuentra en una situación de incumplimiento. por el solo hecho de no obtenerse el resultado esperado. habrá lugar a la indemnización de perjuicios. c) Cuando un cumplimiento íntegro. Ahora bien. Sólo una vez respondidas satisfactoriamente estas dos preguntas. Esta idea en materia contractual plantea dos preguntas importantes: en primer lugar.2. una cuestión que presente mayores dificultades. Distinto es el caso de las obligaciones de medios.El primer tipo. . INCUMPLIMIENTO DE CONTRATO: TEORÍA DE LA MORA Como se dijo anteriormente. Inobservancia que. La falta de diligencia y la falta de destrezas que requiere una profesión determinada. La existencia de perjuicios. puede ser de dos tipos: 1. este modo de incumplimiento comprende cualquier ejecución efectiva que no se acomode con la debida. Adelantando lo que se verá más adelante.34 obligación.Indemnizaciones compensatorias: Sustituyen la obligación original. por tanto. que se denomina incumplimiento propiamente tal. son elementos constitutivos de incumplimiento. ha de realizarse una evaluación de la conducta del sujeto obligado. Imputabilidad. para definir en ellas si ha existido o no incumplimiento. en segundo lugar. En las obligaciones de resultado.4. ha de revisarse la otra pregunta que se planteó. es la existencia de un incumplimiento de parte del deudor. En general. se puede afirmar que el deudor se encuentra en una situación de incumplimiento desde que está en mora. desde cuándo se puede afirmar que el deudor está en situación de incumplimiento. La determinación del incumplimiento no es.3. 1. Por eso.. Una vez revisado este tema de qué se entiende por incumplimiento. como en muchos otros. se presenta cuando el deudor no ejecuta en todo o en parte la prestación a que estaba obligado.El segundo tipo. se verifica cuando el deudor cumple íntegramente la prestación debida. En este último caso se habla de incumplimiento porque el tiempo tiene un valor económico que es protegido por el derecho. desde cuándo se puede afirmar que el .Que haya un incumplimiento de contrato. es también necesario hacer distingo entre las obligaciones de resultado y las de medios. es la segunda de estas preguntas la que es respondida por la teoría de la mora. pero retardadamente. Estas desviaciones de la conducta efectiva en relación con la debida pueden darse de tres formas distintas: a) Como un incumplimiento absoluto de la prestación debida b) Como un incumplimiento parcial la prestación debida. porque en ellas el incumplimiento de la obligación consiste en una conducta negligente de parte del deudor.

sino sólo respecto de las de dar y de hacer. pues se refiere a plazos. Como se adelantó en su oportunidad. señalando que “El deudor está en mora: 1. de forma especial. y además porque atendida la naturaleza de este tipo de obligaciones no es posible hablar de retardo en el cumplimiento de la obligación. 5 . La obligación de no hacer permanece por el tiempo que se ha pactado. salvo que la ley en casos especiales exija que se requiera al deudor para constituirlo en mora”. Para configurar esta causal es necesario.° Cuando la cosa no ha podido ser dada o ejecutada sino dentro de cierto espacio de tiempo. 1949 y 1977 del Código Civil. De aquí se desprende que si en un contrato se ha señalado un plazo para el cumplimiento de la obligación. e incumple realizándola. que el plazo haya sido convenido por las partes. Ello porque con respecto a las obligaciones de no hacer existe una regla especial. los arts. Para eso la ley exige. Ello. 1538. Aquí aparece. desde el momento de la contravención”. 6 Igual cosa consagra el art. dentro del cual se cumple sin ejecutar la conducta prohibida. este numero tiene algunas excepciones. o si la obligación es de no hacer. el tema de la teoría de la mora. así lo da a entender. “2. En otras palabras. por ejemplo. sea ésta moratoria o compensatoria. cumplir la obligación. en definitiva. exige que se requiera al deudor para constituirlo en mora. por tanto. cuando se habla de obligaciones de dar y de hacer. desde que estatuye que “se debe la indemnización de perjuicios desde que el deudor se ha constituido en mora. Cabe precisar que este numeral no trata de las obligaciones sujetas a una condición suspensiva. no basta el transcurso del plazo legal. como es sabido. y el deudor lo ha dejado pasar sin darla o ejecutarla. hablar de mora en una obligación de no hacer porque todo retardo significa. le represente al deudor su intención de que se ejecute la prestación debida. entonces. No se puede.5 El art. El art. Este tipo de plazos está Quedan comprendidas ambas indemnizaciones. donde la ley no distingue no es lícito al intérprete distinguir. porque ninguno de los artículos citados hacen distingo al respecto.6 Tales casos son. en realidad. 2°). Como se sigue de la disposición transcrita. el deudor es responsable civilmente cuando es acreditado el solo hecho del incumplimiento. el deudor es responsable civilmente siempre que se encuentra en mora. cuando se trata de obligaciones de no hacer. y 737 del Código de Comercio. a menos que haya sido éste el estipulado. Pasa a ser ahora una cuestión importante la de determinar cuándo el deudor se encuentra en mora. Sin embargo. eso sí. directa o indirectamente. que el acreedor. además. 1538 inc. 1557 (también el art. en términos generales se puede decir que el deudor se encuentra en una posición de incumplimiento cuando se encuentra en mora. 1557. el requisito previo de la mora para exigir perjuicios no rige con relación a todos los tipos de obligaciones. y. La mora puede definirse como el retardo en el cumplimiento de la obligación hecho valer en forma legal. El principio en materia de responsabilidad contractual es que la sola inobservancia de la prestación debida no constituye al deudor en una situación de incumplimiento que lo haga responsable civilmente. y fuera del cual ya no existe obligación alguna.34 deudor se encuentra en una situación de incumplimiento. que están constituidas por todos aquellos casos en que la ley. es uno de los requisitos para que sea procedente la indemnización de perjuicios. En cambio. 1551 se encarga de definir esta situación.° Cuando no ha cumplido la obligación dentro del término estipulado. el deudor queda constituido en mora sin necesidad de requerimiento judicial. La mora. 1538 sobre la cláusula penal. precisamente porque este tipo de obligaciones consiste en ejecutar nada. dada por el mismo art. corroborado por el art. Así pues.” En este caso estamos frente a un plazo tácito.

Por último. porque no existiendo obligación alguna que ejecutar por el deudor. señala. sino sólo el estar llano a cumplirla. 1547 se refiere a un asunto de Art. Para ello se apoya particularmente en la letra del art. 7 . esto es.. cuando el deudor ha sido judicialmente reconvenido por el acreedor. Efectos de la Mora Antes de tratar este tema es necesario diferenciar entre la mora del deudor y la mora del acreedor. En estricto rigor. 1680: “La destrucción de la cosa en poder del deudor. es su reticencia a recibir el pago del deudor en la época oportuna. 7 Además. La referencia inmediata debe entenderse hecha al art. puede constituir en mora al deudor no sólo la demanda ejecutiva. la norma contenida en el art. extinguida la mora.Hace responsable al deudor del caso fortuito sobrevenido durante su mora. sino que cualquiera otra que tenga por finalidad ponerlo en una situación de incumplimiento. de forma que el acreedor se encuentra en mora sólo desde el instante en que el deudor le ha ofrecido el pago. El momento preciso en que la demanda produce el efecto de constituir al deudor en mora.” Alessandri se percata de que los efectos que atribuyen los arts. dado que la mora del acreedor consiste en la negativa de éste de recibir el pago en el momento oportuno. La mora del acreedor. en cambio. toda vez que una vez realizado éste. no hace responsable al deudor sino por culpa grave o dolo. Alessandri concluye que los efectos son iguales porque las causas son las mismas. según él el art. malamente puede hablarse de reticencia de parte del acreedor en recibir un pago que no se debe. de tal modo. desde el momento en que se constituye en mora comienza a deber la reparación de los perjuicios que haya ocasionado se hace procedente la indemnización de perjuicios. no es posible inferir reticencia alguna de parte del acreedor. Al mismo tiempo. 1547 y 1672). con la salvedad de que éste último hace referencia a la oferta hecha por el deudor. Esto es especialmente importante para los efectos de determinar la indemnización moratoria. 1548 y 1827. el acreedor sólo se encuentra en mora una vez que el deudor le ha ofrecido el pago de la obligación. después que ha sido ofrecida al acreedor. salvo que éste sea de aquellos que hubiere de igual forma sobrevenido en manos del acreedor si la cosa se hubiera encontrado en manos del acreedor (arts. 1680. 1680 sólo habla de “oferta”. 1494. Añade que no tendría sentido realizar un pago por consignación para constituir al acreedor en mora. incluso. Ello. la obligación se entiende cumplida y. Efectos de la Mora del Deudor 1. Vale decir. 1680. es la que se ha desarrollado hasta ahora.° En los demás casos. 1548 y 1827 a la mora del acreedor son los mismos que el del art. Para estos efectos. vale decir.34 configurado por el singular e implícito espacio de tiempo dentro del cual la obligación reporta utilidad al acreedor. 1552 da por suficiente el hecho de allanarse a cumplir la obligación para constituir en mora al otro contratante. por lo tanto. agrega que el art. como por ejemplo la acción indemnizatoria o la acción resolutoria. y durante el retardo de éste en recibirla. Dicho autor estima que la oferta a que se ha hecho referencia no debe realizarse a través del pago por consignación.. que fuera de éste su ejecución no le reporta beneficio alguno o.El primero y más importante es que el deudor comienza a ser responsable civilmente de su incumplimiento. no es necesario el cumplimiento de la obligación. pues precisamente repara los perjuicios que provoca el retraso. La primera. A juicio de Alessandri. pues éste es un procedimiento destinado a extinguir una obligación que no puede ser asimilado a las reglas de la mora. no menciona la palabra “consignación”. 2.” Este es el modo general a través del cual el deudor se constituye en mora. el retardo en el cumplimiento de la obligación hecho valer de manera formal. y en la de los arts. lo que equivale a una oferta. si el deudor jamás ha ofrecido el cumplimiento de la obligación. es cuando se notifica. le irroga perjuicios. que consiste en demandarlo judicialmente. “3.

La culpa contractual se aprecia en abstracto. El Código Civil. es decir. incluso de los no previstos. 3. en virtud de ella.. 1548.. La mora. ni aun en ese caso lo será si el caso fortuito fuere de aquellos que hubieren sobrevenido de todos modos si la cosa hubiese estado en manos del acreedor. 1550)... siguiendo a Pothier. éste pasa a ser responsable del consiguiente incumplimiento que se genera. 4. se compara la conducta del deudor con una conducta standard. en términos de que si el caso fortuito sobreviene durante la mora del deudor. . produce una alteración de esta regla general de responsabilidad. Si atendemos a que el artículo 44 del Código Civil asimila la culpa grave con el dolo. el incumplimiento voluntario constituye dolo. el dolo contractual es un medio para establecer imputabilidad. El artículo 44 está complementado en materia contractual por el artículo 1547.El deudor tiene derecho a exigir del acreedor la indemnización de los perjuicios derivados del incumplimiento de la obligación. De acuerdo con el artículo 1547 del Código Civil. el incumplimiento del contrato se . 2° es que si el incumplimiento se debe a un caso fortuito o de fuerza mayor. además se requiere una conciencia o intención de causar daño al acreedor con el incumplimiento (ejecución maliciosa del contrato).El deudor sólo es responsable del deterioro que provenga de su culpa grave o dolo. a partir de los cuales se debe apreciar la culpa.Culpa grave: Implica la exigencia de una conducta fácil de observar. quien actúa con culpa grave debe responder de todos los perjuicios que su incumplimiento ocasione. que establece ante qué grados de culpa responde el deudor. se distinguen: . a este respecto. Dolo contractual Para una posición.34 responsabilidad más que de riesgos. en su artículo 44. considerando en utilidad de quién se ha celebrado el contrato. Efectos de la Mora del Acreedor (arts. establece. es decir. Con todo. 1547 inc. 1680 y 1827) 1. Culpa contractual Para establecer responsabilidad civil contractual debe realizarse un juicio de reproche y constatar imputabilidad y confirmar que ha habido un daño y que se ha producido mora.. no se debe a su culpa. La Corte Suprema la ha definido como "falta de cuidado o diligencia que debió emplearse en el cumplimiento de la prestación debida". . para otra.Descarga al deudor del cuidado ordinario de la cosa.Culpa levísima: Falta de suma diligencia o cuidado.En los contratos bilaterales. porque aquél no le es atribuible. 3.Pone a cargo del deudor los riesgos de la especie o cuerpo cierto cuya entrega se deba (art. desde que el artículo 1558 agrava la responsabilidad contractual del deudor doloso. Esto tiene importancia. Junto con la culpa contractual.Culpa leve: Es la única que establecen otros códigos. Lo que señala el art. quien debe responder de todos los perjuicios producidos. Esta gradación de la culpa no se da en materia de responsabilidad extracontractual y. 2. el deudor no es responsable. 2. tres patrones de conducta. la mora del demandante de ejecutar la prestación que debe da derecho al demandado para oponer la excepción de contrato no cumlpido.

puesto que su asimilación al dolo le atribuye efectos muy fuertes. Los siguientes son ejemplos típicos de caso fortuito: 1. que hacen imposible el cumplimiento de la obligación.Que el suceso sea imprevisible. como la dictación de leyes. etc. otros sostienen que el carácter grave de la culpa debe probarse.Que el suceso sea irresistible. el apresamiento de enemigos. debiendo el deudor probar lo contrario. 3. y de fuerza mayor.Fenómenos naturales. Para que un suceso natural configure un caso fortuito. para que constituya caso fortuito o fuerza mayor. que la huelga legal de trabajadores de una empresa no exime a ésta del cumplimiento de su obligación. ya que también debe realizarse una comparación con un estándar objetivo de conducta. Para que se configure el caso fortuito o fuerza mayor. lo que se denomina causa extraña. como un naufragio. 45. el deudor deberá agotar todos los caminos de que disponga para sobrepasar de manera lícita el acto de autoridad que dificulta el cumplimiento de su obligación. Si ello no es tal. como transportes. se ha fallado que los problemas financieros no constituyen caso fortuito o fuerza mayor. Lo anterior comprende. Pero el sólo acto de la autoridad no constituye caso fortuito. a este respecto. cuando el imprevisto tiene su antecedente en un hecho del hombre. según el art. Por último.. Caso Fortuito La imputabilidad desaparece cuando el deudor logra acreditar que el daño producido al acreedor no se debe a su actuar. Así. 2. 3. debe acreditar que el cumplimiento de la obligación se hizo imposible absoluta y totalmente.) el imprevisto a que no es posible resistir. De consiguiente.Huelga. entre empresarios. Para algunos. Esta eventualidad se denomina fuerza mayor o caso fortuito. No obstante. parece razonable indicar que la huelga que aqueja a todos los prestadores de un servicio determinado. pues debe reunir todos los requisitos que se exigen.. este cumplimiento le será al deudor en extremo oneroso. En cambio.. porque de lo contrario quien asume su costo es el tercero que contrata con la empresa. Aquí existe una analogía con el modo de acreditación de la existencia de culpa. La doctrina tiende a hablar de caso fortuito cuando el imprevisto a que es imposible resistir es ocasionado por un fenómeno natural. sí constituye fuerza mayor o caso fortuito para quienes deben servirse de él al momento de cumplir sus obligaciones..Hecho del príncipe.. sin embargo. debe ser imprevisible e irresistible. como "(. que en condiciones normales de precaución no se pueda prever. deben concurrir los siguientes requisitos: 1. 45 del Código Civil. de tal modo. esto implica presumir la culpa grave. debe primero ponderarse la circunstancia de si era posible o no evitar que .Que exista un acontecimiento exterior a la actividad del deudor.34 presume culpable. el que es definido. Para que el deudor pueda desligarse de toda responsabilidad. y utiliza el término indistintamente para uno y otro caso. para el Código Civil ambas cosas son lo mismo. un terremoto. generalmente. como se desprende de la definición que otorga en el art." Conviene hacer desde luego una salvedad. En ocasiones. quedará el deudor obligado a cumplir la obligación.. La huelga. El problema se presenta. Se ha dicho. Caen bajo este concepto todos los actos de la autoridad pública. el deudor podrá eximirse de toda responsabilidad a raíz de un caso fortuito o de fuerza mayor si se ha protegido contra él como debería haberlo hecho según el comportamiento ejemplar que se debió haber observado. naturalmente.. el ejercicio de la acciones judiciales y constitucionales correspondientes. no así la huelga ilegal. 2. los actos de autoridad ejercidos por un funcionario público..

parte de su razón de ser. independientemente de la existencia de caso fortuito o no. Cuando se trata de estas últimas. ya que de lo contrario el incumplimiento se debería a su actuar culposo. Un hecho de tercero puede constituir fuerza mayor cuando. en función de que siempre que se presente una ruptura del vínculo causal que no sea imputable al deudor. En el fondo. por lo que su incumplimiento deviene en una presunción de responsabilidad en vez que de culpabilidad. La diferencia entre el caso fortuito y la zona de ausencia de culpa es. En efecto. Culpa y Caso Fortuito Este tema plantea una interrogante: si hay o no un espacio entre el límite final de la culpa y el inicial del caso fortuito.Hechos del acreedor. y equivale a la conducta objetiva que se debe contrastar con la del deudor cuando se desea acreditar culpa. Lo anterior. Aquí surge un concepto muy importante relativo a la zona de ausencia de culpa. estamos frente a una zona de ausencia de culpa. Con todo. que escapan a su esfera de control. sin una alternativa intermedia. la obligación no se hace absolutamente imposible. porque la obligación se cumple o no se cumple.. que el deudor ha actuado diligentemente.Hechos de terceros. para que exista una zona intermedia entre la culpa y el caso fortuito donde el deudor. de cualquier calificación de la conducta del deudor. porque se puede decir que está dentro de la esfera de control del deudor todo lo que no es imposible. . se entiende que debido al carácter de la obligación de resultados -no susceptible de más o menos-. habiendo actuado diligentemente. entonces. obviamente. resulta en un incendio o un robo del objeto de la obligación. los límites que acotan esta zona de ausencia de culpa son borrosos. siendo absolutamente irrelevante el que haya actuado diligentemente o no. Si lo hay. en el entendido de que el deudor ha actuado diligentemente. vale decir.34 hiciera imposible el cumplimiento de la obligación. pues. Deben observarse aquí las reglas generales. una zona en la cual el cumplimiento de la obligación no se ha observado. el deudor puede desligarse de toda responsabilidad sólo en el evento de que su incumplimiento se deba a un caso fortuito. Sin embargo. mas ello no es responsabilidad del deudor ni se debe a un caso fortuito. pero no está dado a un individuo de conducta diligente el cumplirla. habrá caso fortuito o fuerza mayor. En consecuencia. lo hará siempre que dicho tercero no sea de aquellos que dependen de éste. Para ello el tema estadístico es fundamental. debe adjudicársele una determinada esfera de control respecto de la cual sea completamente responsable. El tema se vincula muy estrechamente con las obligaciones de medios y resultados. Dicho de otro modo. ésta es o no posible. La zona de ausencia de culpa pierde. por ejemplo. no sea responsable de un incumplimiento. que es el de esfera de control. En otras palabras. Se supone. mientras que la comprobación de ésta supone. en general. el hecho que la acreditación de aquél es independiente. no todo hecho de tercero que haga imposible el pago de la obligación exime de responsabilidad al deudor.. alegando que ha actuado diligentemente. pero sin alegar asimismo la ocurrencia de un suceso de fuerza mayor. se reconoce que pueden existir hechos externos al deudor que no son imprevisibles ni irresistibles pero que de todas formas lo eximen de responsabilidad si no cumple su obligación. 4. se busca esclarecer si el deudor puede eximirse de responsabilidad cuando no cumple la obligación. 5. por consiguiente. al menos. cual es defender o resguardar al deudor diligente que se cuida de que cualquier evento que se encuentre bajo su esfera de control le impida ejecutar su obligación. y fuera de la cual no lo sea.

se vea imposibilitado de obtener el resultado deseado. ya que. el lucro cesante. que no es susceptible de ser regulada a priori. no hay responsabilidad sin daño. no deben sumarse simplemente el daño emergente y el lucro cesante. 1. en materia contractual. El problema de la determinación del daño es. el antecedente debe ser el incumplimiento del contrato. se clasifican en: a) Patrimoniales o materiales: Aquellos que tienen un contenido económico directo pueden originarse por dos causas fundamentales: . la obligación de medios admite graduación. de cuya aplicación depende el monto de la reparación. en forma pormenorizada. cuya resolución sobre el punto no puede ser atacada por la casación en el fondo. pero que no sea un caso fortuito. En la indemnización.556 del Código Civil. Como daño emergente. y que a raíz de un hecho externo a él que esté fuera de su esfera de control. que debe ser analizada por el tribunal. Por ello. En este sentido se diferencian la indemnización de perjuicios y la ejecución forzada del contrato. el acreedor indemnizado quedaría en mejor posición que si se hubiere cumplido el contrato. la indemnización de los perjuicios comprende tanto el daño emergente como el lucro cesante. Según el art.Lucro cesante: Consiste en un impedimento para el incremento del patrimonio. de hecho. Existen ciertos principios en materia indemnizatoria.Daño emergente: Constituye una disminución real y efectiva en el patrimonio del acreedor. bastando el solo incumplimiento de la obligación. se indemnizan los gastos en que el acreedor debió incurrir a causa del incumplimiento (por ejemplo. La indemnización se clasifica tradicionalmente en compensatoria y moratoria (sólo esta última es compatible con la ejecución forzada de la obligación). . por ejemplo. no se necesita que haya daño. en razón de un hecho ilícito. cuando el acreedor tenía. Dicha cantidad debe descontarse de la unión del daño emergente y el lucro cesante. a su vez. ya que el deudor se obliga a realizar una conducta diligente.34 Por su parte. con lo que se busca cubrir la diferencia patrimonial entre la situación de incumplimiento y la más probable situación de cumplimiento. debe estar asociado al previo incumplimiento de una obligación nacida de un contrato. claramente. . En el caso de la responsabilidad extracontractual. En términos más concretos y exactos. sólo se paga el daño emergente y. si se considera la frustración de las expectativas del acreedor. los costos de la operación de reemplazo de la prestación no cumplida. además. En términos de Fried. Así. es el daño a las expectativas (expectation damages). el que. si se indemniza por los gastos de confianza. para obtener esta última. una obligación. de lo contrario. los costos en que incurre el acreedor confiando en el cumplimiento. según el criterio expuesto. etc. En este caso la zona de ausencia de culpa puede ser muy relevante. lo que debe indemnizarse. cuando el primero consiste en o incluye una suma necesaria para producir la utilidad o lucro. se comprende. para que se configure responsabilidad contractual. la Jurisprudencia ha señalado que la avaluación de los daños es una cuestión de hecho. una cuestión casuística. Es posible que se configure la hipótesis de que el deudor actúe diligentemente. 3. se debe indemnizar los perjuicios. el pago de una cláusula penal. Clasificación de los perjuicios Atendiendo a su naturaleza. que sólo podía satisfacer en caso de ser satisfecho su crédito). Daño En la tradición civil. es la suma de dinero que el acreedor ha dejado de ganar y que habría recibido de haberse cumplido la obligación. En ambas hipótesis.

por ejemplo a un deportista aficionado que resulta lesionado y no puede seguir practicando su disciplina. al mismo tiempo. se ha otorgado indemnización por daño moral en el ámbito contractual. Sin embargo. pues se debe exigir un cierto grado de certidumbre y. por lo general. . Más precisamente. . pues éste no se refiere al daño moral como objeto de indemnización. Así.El dolor físico y psíquico . por ser éste un ente económico y distribuidor de riesgos. el daño a la honorabilidad de un profesional le produce. sino su probabilidad. daño patrimonial. puede afirmarse que lo relevante no es la certeza respecto del lucro cesante. pero tampoco lo excluye. b) Daños morales: Hoy en día constituyen un concepto residual: "Es el daño que se refiere a un bien de la personalidad y no tiene un efecto patrimonial directo".El deterioro de la autovaloración. Si se produce daño moral y. Como está claramente asumido en el Derecho Anglosajón. de que se le repare imprecisamente el daño. sin que medie la comparación con un patrón de conducta standard. por ende. no así cuando hay responsabilidad contractual. Se puede decir que. hacia la década de 1950. se critica el hecho de que se beneficie a la víctima. lo que le ocurre. cuando hay daño físico y cuando resultaba previsible para el deudor que cierto incumplimiento produciría daño moral. Precisamente. la indemnización será mayor o menor. aunque restringida a casos específicos que. La jurisprudencia nacional ha esgrimido para ello que el artículo 1556 del Código Civil señala que la indemnización comprende el daño emergente y el lucro cesante. En Chile. se ha llegado al mismo resultado con argumentos más sólidos y se ha dicho que no se indemniza el daño moral producido por el incumplimiento de contrato. El argumento de texto que se ha sostenido para dar lugar a la indemnización del daño moral está en el ya citado artículo 1556 del Código Civil. En otras tradiciones jurídicas.Pérdida de la capacidad de placer. El principal problema respecto del lucro cesante es su determinación. Se han comprendido dentro del daño moral: . en el ámbito moral. de una función puramente compensatoria. Función del daño moral El daño moral es difícilmente avaluable en dinero y su indemnización se aleja. esto no debe llevar al extremo de exigir una certeza total respecto del monto de lo que se ha dejado de percibir en virtud del incumplimiento. cuando se podría aplicar una multa en beneficio fiscal con el mismo resultado punitivo.34 Lo que se indemniza son los daños efectivamente causados. y partiendo por el contrato de transporte. dicen relación con lesiones físicas o el deterioro de del prestigio comercial de una persona. Límites al momento de establecer la responsabilidad contractual . Daño moral y responsabilidad contractual Tradicionalmente. un daño patrimonial (la pérdida de su clientela) y se entiende el daño global como patrimonial. de paso. el daño se califica como patrimonial.La pérdida afectiva o dolor psíquico asociado a la pérdida de un ser querido. se ha indemnizado el daño moral por responsabilidad extracontractual. por esta naturaleza sancionatoria. debería indemnizarse el daño moral. lo que se aprecia en concreto. según tal grado. es una sanción al autor del daño. en general. por ejemplo.

puede. para que se establezca responsabilidad contractual. quien actúa con culpa (falta de previsión de lo previsible) responda por algo que no pudo prever. Se ha dicho que quien incurre en responsabilidad extracontractual responde de todos los perjuicios que ocasione su comportamiento. su confianza es excesiva.De no realizarse esta consideración. Ello deberá evaluarse caso a caso. la previsibilidad es un concepto difícil de establecer con precisión en la práctica e.34 En general. a partir de la conducta del deudor. aunque éste no haya sido doloso. 1558. calificarse al daño como indirecto. esto es por los daños que debieron haber sido previstos por el deudor. La culpa consiste en no anticipar lo previsible y. Causalidad Debe haber un vínculo entre el incumplimiento del contrato y el daño ocasionado. pero no necesariamente del monto del daño y de la indemnización que se deba seguir de éste. pero éstas son conocidas de él? En este caso hay previsibilidad respecto de la ocurrencia del daño. Pero. 4. sino también por razones económicas. éste será responsable sólo de los daños que le resultaban previsibles al momento de incumplir. incluso.ante y la relación contractual crea un vínculo de confianza entre las partes. Si las hay. ya que lo previsible se asocia al curso ordinario que se derive de una conducta determinada. en general. por medio de cláusulas que delimiten o modifiquen la responsabilidad. la causalidad es un concepto que se aplica para determinar cuándo los daños son directos y cuándo son indirectos. en Derecho Comparado.Previsibilidad del daño: El artículo 1558 del Código Civil señala que. pero no para la responsabilidad del deudor doloso. ¿Cuándo el incumplimiento del contrato es relevante para el Derecho como causa de un daño? ¿Cuándo un perjuicio es directo y cuándo. los riesgos que se distribuyen de la manera expuesta son los que las partes pueden prever y no los imprevisibles. Desde el punto de vista del contrato como promesa. los haya. Si el acreedor espera algo más del deudor. Es conceptualmente inconsistente que. Lo determinante es saber si existen causas concomitantes o no para el daño. la confianza creada lleva al acreedor a esperar que se den los acontecimiento de acuerdo con el curso lógico que se deriva del contrato. Se entiende que esto ocurre o no. En general. de no poder imputarse dolo al deudor. que le han resultado imposibles de prever. se requiere que se hayan producido. es necesario que el incumplimiento del contrato produzca daños directos. Además.. en materia extracontractual o contractual. Para determinar la causalidad quedan muchas preguntas abiertas. 1°). efectivamente previsto o no. En otras palabras. A veces. estos problemas pueden resolverse antes de que se produzcan. las que podrían "cerrarse" con una buena negociación del contrato. daños que hayan sido previsibles para éste y que sean resultado directo de su comportamiento. se puede hacer pagar al deudor cantidades exorbitantes. resulta difícil de configurar en términos generales. de acuerdo con criterios normativos antes que lógicos. Así. este vínculo o encadenamiento causal debe tener un límite para evitar que se extienda al infinito. el Código Civil establece que el deudor culpable asume la responsabilidad por los daños previsibles que surjan de su actitud de incumplimiento (art. sino sólo culpable. 1. por ello. se asocia a la previsibilidad el concepto de causalidad. Cabe resaltar que esta norma habla de la responsabilidad por daños "previsibles". La existencia de la previsibilidad como límite de la responsabilidad no sólo se justifica por razones éticas. Por lo demás. indirecto? La verdad es que muchas veces se confunden previsibilidad y causalidad. afirmación que procede cuando dichas causas concomitantes rompen o debilitan el nexo causal entre la conducta del deudor y el daño. La previsibilidad. es un límite para la responsabilidad del deudor culpable. inc. . Las partes hacen una distribución de riesgos ex. según el artículo 1558 del Código Civil. ¿Qué ocurre cuándo hay circunstancias extraordinarias que concurren al incumplimiento dañoso del deudor.

. Es a esta avaluación a la que se aplican las reglas de los artículos 1. lo que ocurre cuando dicha cláusula no se ha pactado.. esto es. En cuanto a la prueba. El art.C. las que entregan al juez herramientas para la determinación de los perjuicios. en las obligaciones.. pero se debe tener en cuenta que.010. en verdad. establece que no es necesaria la existencia de daño para hacer valer la cláusula.698 del C. Esta es la peculiaridad que hace útil a la cláusula penal. hasta hacerlo responsable de perjuicios indirectos. igualmente habría producido el efecto lesivo. cuya correcta aplicación por ellos es importante para unificar criterios. .C. se entiende que un perjuicio es directo cuando se sigue "genéricamente" del incumplimiento del contrato. pero.) corresponde a quien los alega. se exige que el incumplimiento sea imputable al deudor.Avaluación convencional (cláusula penal): Los perjuicios se avalúan antes de que ocurran. Es decir. de modo de establecer que. Para que esta cláusula opere. por lo que sólo bastará la contravención a la prestación omisiva. los tribunales realizan un juicio a la conducta del deudor para extender o restringir el campo de los perjuicios indemnizables en cada caso. En la práctica. ante tal evento. juega una serie de conceptos jurídicos. Han señalado nuestros tribunales superiores que este tema es una cuestión de hecho. Del C. se sigue la regla general que establece el art. al incumplir su obligación. Estos perjuicios se traducen en un interés. que. que establece un acuerdo respecto del monto de la indemnización que corresponda. El deudor debe estar en mora para que surta efecto la cláusula penal. b) Además. Se refieren a esta modalidad el artículo 1.556 y 1.) La avaluación convencional de los perjuicios que emanan del incumplimiento de un contrato se realiza por la llamada cláusula penal.C.C. el juez determina que hay responsabilidad y pasa a avaluar los perjuicios y la indemnización a que el acreedor tenga derecho. existen otras dos formas: 1. 1. Avaluación convencional (Art. Avaluación judicial de los perjuicios Constituye la regla general y se realiza en un juicio indemnizatorio ordinario. Muchas veces el daño moral ha servido de pretexto para que los tribunales extiendan la responsabilidad del deudor. 1.556 del Código Civil y la Ley 18. por cuanto el que alega la existencia de perjuicios es quien debe probarlos.542 del C. Avaluación de los perjuicios Se refiere a la determinación de éstos y a su prueba. deben cumplirse ciertos requisitos: a) El primer presupuesto de la cláusula penal es el incumplimiento de la obligación emanada de un contrato. habida consideración de la demora que implica para el juicio indemnizatorio el hecho de tener que probar la existencia de perjuicios. atendiendo a una idea de generalidad. Considerando los anteriores elementos.C.558 del C. sin dicho conjunto.. La regla general es la avaluación judicial dentro de un juicio ordinario de indemnización y su prueba (siguiendo al artículo 1698 del C.Avaluación legal: Se aplica respecto de las obligaciones de dinero. 1536 y ss. Lo que se busca es indemnizar el evento causal de un conjunto particular de circunstancias. 2. actúe con dolo o culpa. Alternativamente a esta avaluación judicial.34 La doctrina alemana ha señalado que se responde cuando el incumplimiento es "causa adecuada" del perjuicio. de no hacer no juega esta institución.

. de modo tal que se haga innecesario probar su culpa para exigir el cumplimiento de ella.). Las normas que contiene el art. por cuanto la materia está regida. verbigracia. incluso ante el concurso de caso fortuito. Incluso. que tiene sus propias reglas). de una de las obligaciones del contrato) en deudor de una obligación de garantía. Desde este aspecto punitivo. siempre que ello se convenga en forma expresa. el mismo artículo así lo previene al señalar que. c) Este artículo también regula.C. se refieren únicamente a la obligación de dinero consistente en indemnizar los perjuicios generados a raíz del incumplimiento de.010 sobre operaciones de crédito de dinero. uno en exclusión de la otra o viceversa (1. Conviene desde luego hacer una advertencia. 1. para que pueda ser aplicado.).C. se entiende que hay una novación por cambio de objeto (la obligación convenida primitivamente deviene en la de cumplir con la sanción impuesta por la cláusula penal).543 del C.C. tres disposiciones: a) Si la obligación es la de pagar una cantidad determinada y es conmutativa (mientras no sea proveniente de un contrato de mutuo. La ley presume que la cláusula penal es compensatoria y no moratoria (art. Si se demanda el cumplimiento de la obligación emanada de la cláusula penal. el deudor debe estar en mora. con el pacto de cuota litis. Por ello. actualmente. han sostenido que se podría aplicar al mutuo de cosas fungibles. establece reglas que ya no se aplican. 1559. se dice que la cláusula penal cumple una “función punitiva civil”. el acreedor no debe probar los perjuicios.34 Así. situaciones en que el juez puede apreciar la enormidad de la cláusula. la pena. 1.543 del C. 8° de la Ley 18. Avaluación Legal de los Perjuicios Recibe esta denominación la avaluación que la ley hace de los perjuicios en las obligaciones de dinero. También tiene la opción de solicitar la indemnización de perjuicios (de avaluación judicial). Contiene. Esto se relaciona con la ventaja anexa de que la cláusula penal se puede acumular con el cumplimiento forzado de la obligación y con la indemnización de los perjuicios de avaluación judicial. una obligación de dinero. debe elegir el cumplimiento de la obligación o la pena. sobre este punto. salvo disposición convencional expresa en contrario. por el art. especialmente en cuanto a la generación de intereses. en su inciso tercero. la cláusula penal desempeña la tarea de ser un desincentivo para el deudor frente a la posibilidad del incumplimiento.554 del C. Esta función se muestra en que: i) Al estar avaluados anticipadamente. también. ya que la obligación a que ella da lugar no presenta conexión alguna con la existencia de perjuicios. o bien. que regula esta materia. b) En cuanto al mutuo de dinero. la cláusula penal muestra una finalidad primordialmente punitiva. esta es una situación diversa de la regulación general de las obligaciones de dinero. La cláusula penal cumple una función de caución o garantía de la obligación. como ocurre. Cláusula penal enorme El art. El acreedor. estableciendo incentivos para su cumplimiento. Por lo tanto. establece límites a lo que se puede convenir como cláusula penal. Este es el único caso de avaluación legal de perjuicios. se establece el tope de la pena en el doble del monto de la obligación principal. iii) Una cláusula penal bien construida puede convertir al deudor de la obligación principal del contrato (si es bilateral. ii) Ni siquiera es necesario que existan perjuicios para que opere. como la de pagar el precio en una compraventa o la de hacer un aporte en una sociedad. Algunos.

traducida a montos actuales.” Además del caso de las operaciones de crédito. las obligaciones de dinero no generan naturalmente intereses ni son naturalmente reajustables. Por consiguiente. 19 de la Ley 18. quedando. la jurisprudencia. es el género más amplio. 1. la obligación de dinero se debe pagar nominalmente. Para que opere la norma del art.. es decir. El art. en el caso contrario. ellas devengan intereses corrientes. (. que habría tenido el dinero para el individuo al tiempo del daño. en términos de si es fraudulenta o no. 1559. Salvo disposiciones de la ley o pacto en contrario. cualquiera que sea su fuente. si nada se dice en el contrato. definido como el “(. una excepción en que el principio es precisamente el inverso: el contrato de mutuo de dinero. a este respecto. Dice el art.) aquellas por las cuales una de las partes entrega o se obliga a entregar una cantidad de dinero y la otra a pagarla en un momento distinto de aquel en que se celebra la convención..” De acuerdo con esta regla. sin texto legal que la ampare. “2. es aquel en que una persona incumple una obligación de dinero. basta el hecho del retardo. en cuyo caso se debe el convenido.. El dinero es el género por excelencia. regulado por la Ley 18. y de las provenientes de un daño ilícito. Reglas de la Avaluación Legal Totalmente diverso de los casos explicados recién. A este caso se refiere el art.34 Reglas Generales en Torno a las obligaciones de Dinero Por regla general. el deudor debe encontrarse en mora. Sólo es relevante para efectos penales. Es el caso de las obligaciones legales.. en su caso. por su parte. sin embargo. si se ha pactado un interés superior al legal. el dinero. .1010.a Se siguen debiendo los intereses convencionales. la insolvencia no es excusa. La referencia inmediata es. El caso más típico es la compraventa con saldo de precio. o empiezan a deberse los intereses legales.010. 1551.” El art..) interés promedio cobrado por los bancos y las sociedades financieras establecidas en Chile en las operaciones que realicen en el país. Existe. pareciera que puede ser posible cobrar más perjuicios que los intereses legales o los convenidos. 12 de esta ley dispone que “La gratuidad no se presume en las operaciones de crédito de dinero. ha presumido intereses y reajustabilidad en todas las obligaciones de dinero en que el acreedor no estuvo en condiciones de convenirlos al momento de generarse la obligación.” El principio establecido en esta regla es que el incumplimiento genera los intereses legales. el art. según el art. define a las operaciones de crédito como “(. la utilidad.. salvo que se haya estipulado un interés diverso. 1559: “Si la obligación es de pagar una cantidad de dinero.)” (art. de manera que resulta imposible imaginar que un caso fortuito o de fuerza mayor haga perecer el objeto de la obligación. y que éstos representan el valor presente del dinero.a El acreedor no tiene necesidad de justificar perjuicios cuando sólo cobra intereses. según el cual el deudor se encuentra en mora cuando es requerido judicialmente. 6 de la ley 18’010). sin embargo. aunque hubiese querido. el interés legal es el interés corriente. de las obligaciones restitutorias. En Chile. en su fuerza las disposiciones especiales que autoricen el cobro de los intereses corrientes en ciertos casos. es decir. 1559. Vale decir. no pudo pactar intereses. Naturalmente. la indemnización de perjuicios por la mora está sujeta a las reglas siguientes: 1. La razón que ha esgrimido la jurisprudencia es que en todos estos casos el acreedor. la disposición se refiere al interés de colocación. Una primera cuestión que debe tenerse presente es que el incumplimiento de una obligación de dinero nunca puede provenir de un caso fortuito. calculados sobre el capital o sobre capital reajustado. salvo que haya plazo expreso o tácito.

porque el dolo lo hace responsable de los perjuicios previsibles y de los imprevisibles. la suma final será la misma independientemente de si la operación de crédito es reajustable o no. 2. Sin embargo. Por último. en circunstancias de que tal monto corresponde a la avaluación legal de los perjuicios. Ahora. 26 de la Ley 18. el problema surge porque según las reglas generales que informan la materia. 1544. 1559 y los incisos primero y segundo del art. los intereses no se capitalizan. los intereses. que se pacte anatocismo.. Pero fuera de estos casos no existe norma que regule la materia.” La indemnización procedente por un incumplimiento de una obligación de dinero consiste siempre en la obligación principal más el interés. Puede ocurrir que el monto del interés corriente a raíz de una obligación de dinero no cancelada por mucho tiempo. se han planteado dos soluciones: (1) aplicar por analogía las reglas del mutuo. en principio. De este modo.a La regla anterior se aplica a toda especie de rentas.010 sobre las compraventas con saldo de precio. por lo que en principio se ha estimado que la cláusula penal enorme se rige por las normas generales. art. Por consiguiente. la sanción que contempla la ley es la rebaja del interés al monto del interés corriente. surge la duda de cuándo se está en presencia de una cláusula penal enorme. eso sí. sólo se deben los perjuicios previsibles. “4. una cláusula penal enorme. por que en éste último caso se entiende que el interés incluye el reajuste.. Nada impide. los intereses que excedan al duplo de la obligación principal constituyen. el límite es el interés corriente más el 50%.a Los intereses atrasados no producen interés. Para los contratos entre proveedores y consumidores rige la misma regla (Ley del Consumidor. para requerir perjuicios adicionales. es necesario acreditar que el deudor actuó de manera dolosa. 1544 es aplicable. En todos estos casos. como por ejemplo un saldo de precio. precisamente. . 1559 son supletorias de la voluntad de las partes. exceda al duplo de la obligación principal. según esta regla. 8 y 10 de ese mismo cuerpo legal. y (2) dejar el asunto a la apreciación del juez. el inconveniente surge porque no siempre el art. siempre se cobran sobre el capital. Al respecto. cánones y pensiones periódicas. Tratándose del mutuo. 39).34 ya que habla de “cuando sólo cobra intereses (. Y lo son. “3. desde que les hace aplicables los arts. Debido a que las reglas contenidas en el art. Dicho de otro modo. y que por ende éstas son libres de pactar un modo diverso de avaluación de los perjuicios provenientes del incumplimiento de una obligación de dinero. nunca sobre éste más los intereses devengados al momento del pago. Sin embargo.)”. dada la regla primera del art. igual cosa preceptúa el art.” Los intereses.

sea atenuándola o agravándola. que la Ley del Consumidor prohibe las cláusulas que alteran la carga de la prueba en favor del proveedor. el concepto de culpa en todos sus grados.. al negociar una convención. 8 . en general. Las fórmulas que pueden emplear para obtener dicho propósito son variadas: 1. hasta dónde llega la responsabilidad del deudor. 2.. no deja de ser provechoso esclarecer por medio de cláusulas contractuales qué debe entenderse por esos conceptos. imprevistos. Puede asimismo establecerse una condición que cumplida. definir que se debe entender por diligencia. sea eximiendo al deudor de responsabilidad. es decir. la regla general de que mientras la obligación no se hace imposible el deudor debe cumplirla.34 Cláusulas Modificadoras de Responsabilidad Las normas que regulan la responsabilidad contractual son normas de la naturaleza de los contratos.. el intérprete pasa a ser fundamental. de cláusulas eximentes. sino que también las define. exime al deudor de la obligación. el de caso fortuito. a este respecto. consiste en eliminar la responsabilidad del deudor en caso de incumplimiento. no sólo se refiere a las normas legales.Alterando la carga de la prueba en beneficio del deudor. como es de suponer. En este sentido. el de perjuicios previstos. Así por ejemplo. por ejemplo. lo anterior se puede concretar dejando subsistente únicamente la acción de ejecución forzada Con todo. Por ejemplo. que es responsable de culpa leve en vez de levísima. establecer si la huelga constituye caso fortuito o no. buena parte de los conflictos que generan los contratos se deben a estos conceptos indeterminados. las cláusulas más comunes en el tráfico son aquellas que limitan la responsabilidad del deudor. la técnica contractual anglosajona inicia los contratos con definiciones. Debe tenerse presente. Ambos tipos son sustancialmente distintos. se puede estar haciendo referencia a dos tipos de cláusulas: aquellas que exoneran al deudor de la obligación. o a aquellas que lo exoneren de responsabilidad. estableciendo.8 Cláusulas Atenuantes y Eximentes de Responsabilidad Cuando se habla.Estableciendo un límite máximo al monto que el deudor debe pagar en caso de que incurra en responsabilidad contractual. o estableciendo normas aclaratorias o interpretativas. Por eso. El primero contiene cláusulas que liberan al deudor de la obligación cuando es posible cumplirla. Así por ejemplo. un ámbito de aplicación indefinido. En esta materia. por lo que nada impide que las partes. etc. estas cláusulas eliminan la acción de ejecución forzada. en tanto. En definitiva. 3. Estos conceptos se caracterizan por poseer un núcleo concreto que al momento de ser aplicado presenta una zona gris. son normas de orden privado. directos e indirectos. Bajo estos supuestos. El segundo tipo de cláusulas. en un contrato de suministro se puede establecer una cláusula que exime al deudor de prestar el suministro cuando los costos de la materia suben cierto porcentaje. o de grave en vez de leve. esto es. de este modo. Alteran. vale decir.Bajando el umbral de culpa del cual debe responder el deudor. Cláusulas que Tienen por Objeto Interpretar El Código Civil contiene una gran cantidad de conceptos normativos o indeterminados. las alteren. Por ejemplo. En definitiva.

debe ser considerada nula.Estableciendo obligaciones de garantía. siempre que una de estas cláusulas implique la condonación del dolo futuro. nunca podrá hacerse responsable al deudor de todos los perjuicios indirectos. los efectos que de ello derivan. En materia de consumidores. La exoneración de la obligación plantea la interrogante de cuándo el deudor se encuentra liberado de cumplir lo pactado. Dicho de otro modo. haciéndolo responsable a todo evento de los perjuicios previsibles y de los imprevisibles. que no dependen de la culpa. el umbral mínimo de culpa del cual puede lícitamente responder el deudor es la culpa grave. si resulta defectuosa. Por consiguiente. 44 ésta equivale al dolo. esto es. la que es una especie de obligación de segundo grado que proviene de la de primer grado -la obligación principal-. alterando la norma del art. cuando ésta no se cumple de manera oportuna e íntegra. Con todo. Incluso. 1547 inc. Se puede. en gran medida porque el Código Civil también lo hace. Como ya algo se adelantó. En estos casos. se puede hacer responsable por equivalencia al deudor del caso fortuito. que estas obligaciones de garantía. la obligación del deudor y. por un lado. esto es. Cláusulas Agravantes de la Responsabilidad Respecto de este tema las partes son absolutamente libres y no encuentran limitación alguna (art. 1547. ya que según el art. también. Tal cosa sucede. Nada impide. Lo que se asimila y no debiera ser asimilado.Estableciendo que el deudor responde de un mayor grado de culpa. Las fórmulas que contienen este tipo de cláusulas para obtener su propósito también son variadas: 1. del contrato surgen dos situaciones: en primer lugar. Por ejemplo. Estas obligaciones tienen la particularidad de que el deudor responde por ellas de forma estricta u objetiva.34 Este tipo de cláusulas es usual en aquellas situaciones en que el deudor no está en condiciones de asumir el riesgo. pues en tal caso se produciría un problema de prueba insuperable. es. no habiéndose cumplido la obligación principal. y que consiste en una obligación indemnizatoria. Exoneración de la Obligación y de la Responsabilidad Civil del Deudor La exoneración de la obligación y de la responsabilidad son dos cosas totalmente distintas que usualmente se confunden. se debe entender que las obligaciones de saneamiento del vendedor en una compraventa no pueden exonerarse en condiciones generales. en segundo lugar. por ejemplo. cuando el deudor provee una pieza determinada de una maquinaria que. en tanto. comúnmente la suma límite será el valor del contrato. en el Código Civil estos dos niveles de exoneración se encuentran dispersa e indiferentemente tratados. por el otro. resulta defectuosa asimismo toda la maquinaria. La exoneración de responsabilidad. prescindienco de su conducta efectiva. queda el deudor eximido de responsabilidad contractual. dar el carácter de directos a algunos perjuicios que de otro modo serían indirectos.. Uno de estos efectos es la obligación de reparar los daños causados. las consecuencias que se siguen de no cumplirse lo pactado. pues según el art. sean exoneradas en los demás tipos de contratos. .. Todas estas cláusulas encuentran su límite en el dolo. 3. busca dar respuesta a la pregunta de bajo qué condiciones. eso sí. 2. 1465 la condonación del dolo futuro no vale. el hecho de estar obligado a algo y. final). por su parte. 1558..Haciendo responsable al deudor en términos más gravosos que los que consagra el art.

34 Dicho cuerpo legal regula una primera hipótesis de exoneración de la obligación. De hecho. Las obligaciones de género. y lo hace porque. 438. se puede imaginar la ocurrencia de una imposibilidad temporal. a menos que la prestación se haga imposible. como una enfermedad. salvo pacto en contrario. utiliza de modelo el contrato de compraventa. a menos que ejerza la acción resolutoria. otorga al deudor la excepción de la pérdida de la cosa que se debe cuando sea requerido en juicio. existen algunos casos particulares en que la obligación de género puede devenir en imposible. Este precepto. 1461 y 1682). cuando el género. debe cumplirla de todos modos. por virtud de la ley. 1460. Cabe destacar que el tema en estudio se presenta siempre con posterioridad a la celebración del contrato. Es el Código de Procedimiento civil el que lo hace en su art. El deudor. En gran medida ello depende de si la obligación es de resultado o de medios. Lo recién expresado explica el porqué de que el juicio ejecutivo. de manera que el acreedor se provea de éste personalmente. A lo sumo. la imposibilidad es absolutamente plausible. No obstante. no significa que su obligación se conciba siempre del mismo modo. pudiendo asimismo las obligaciones de hacer y no hacer devenir en imposibles. está sujeto a una obligación incondicional. etc. cuando recae sobre una obligación de género. tratándose de una obligación de hacer. admiten de manera muy remota la imposibilidad como exoneración de la obligación. . como en muchas otras materias. es imposible. es una situación bastante extrema. por tanto. el cual habla de imposibilidad absoluta -no mayor dificultad. Éste es mucho más amplio. Por regla general.y actual. lo cual. Ese será el caso. También lo será. pues siempre puede proveerse de la cantidad del género que debe. Sin embargo. Con todo. si la imposibilidad es transitoria. porque si al momento de contratar una de las obligaciones contraídas por alguna de las partes. Como ya se dijo con anterioridad. 534. de consiguiente. de acciones para exigir el cumplimiento de ésta. obviamente. siempre está en condiciones de observar lo pactado. por un lado. en su art. se supone. Mientras la obligación no devenga en imposible. la pérdida de la cosa que se debe no agota el tema. un accidente. cuando la obligación del deudor sea de dar tendrá únicamente la acción de ejecución forzada En nuestra tradición jurídica romanista. El acreedor dispone. que se presenta cuando la obligación se hace imposible de cumplir. Con todo. el deudor se mantiene obligado hasta que la obligación se hace imposible. El deudor. por el hecho de que éste no perece. El tema se plantea de una manera más o menos clara en los casos en que la obligación es de especie o cuerpo cierto. el hecho que el deudor esté en principio obligado incondicionalmente a cumplir lo pactado. un terremoto. que en esta materia es bastante más sistemático que el Código Civil. el Código Civil no trata esta materia de un modo sistemático. cuando alguna catástrofe natural extermine un género específico. En ese proceso el Código Civil se pone en una situación particular: la pérdida de la cosa que se debe. o ambas. el deudor se ve obligado a observar la prestación a que se obligó. la que en todo caso afectará el cumplimiento de la obligación por tanto tiempo cuanto dure. consagrando la idea expresada. Mas no sucede lo mismo en el resto de las obligaciones. Así lo da a entender el Código de Procedimiento Civil. Pueden existir diversas eventualidades que transformen a la obligación en imposible. el contrato es nulo absolutamente o inexistente por falta de objeto (arts. una vez que cese. consiste en embargar la cantidad de bienes del deudor necesaria para cubrir el valor del objeto de la obligación. el deudor. Por otro lado. sea declarado fuera del comercio.la obligación renace en toda su existencia.

Reiterando el principio rector de la materia. sea el deudor responsable del mismo.C. por ende. mientras que el incumplimiento.. Ahora bien. culpable. la obligación se hace exigible. Por tanto. El principio se encuentra consagrado en el artículo 1. salvo que el deterioro de la cosa sea consecuencia de la actuación culpable del deudor. Esto tiene gran importancia en un contrato bilateral. El cumplimiento de la obligación consiste en la realización de una conducta diligente. del Código Civil. en general.).547. ya que.C. por analogía. según dispone el art.). inc.” dice el inciso 2° del citado art. 1. Estas normas se refieren a las condiciones.486 del C. 1.486. 1. natural o perseguida por el acreedor.34 Cuando la obligación es de resultado. Cabe notar que el deterioro se presume culpable. absolutamente imposible de ser entregada al acreedor. En efecto. ya sea que el riesgo se convierta en una ganancia o una pérdida. ante cualquier deterioro. entregando la cosa deteriorada. El cumplimiento o incumplimiento de la obligación debe determinarse. no tiene derecho a que se le rebaje el precio que por ella deba pagar (art. A diferencia de lo anterior. cuando la obligación del deudor es de medios. la obtención o no del resultado no es parte de la obligación. Tipos de imposibilidad Se han realizado tres clasificaciones respecto de la imposibilidad de cumplir un contrato: 1. vale decir. 2° del C. pero sufre un deterioro.486 es.Imposibilidad transitoria y permanente La imposibilidad transitoria sólo suspende el cumplimiento de la obligación.C. para juzgar si la obligación se cumplió o no ha de recurrirse a un concepto típico de la responsabilidad: la culpa.. ya que. 1. De aquí que en este tipo de obligaciones la distinción entre responsabilidad e incumplimiento sea mucho más sutil. en cuanto cesa el impedimento.C. cuando la cosa no se destruye. En otras palabras.C.Imposibilidad total y parcial En las obligaciones de especie o cuerpo cierto. Sin embargo. La imposibilidad parcial es tenida por total si el deterioro conduce a que la prestación o la cosa ya no sean aptas para satisfacer el fin económico de la obligación. en virtud de lo que expresan los art. se debe en el estado en que se encuentre. pero los riesgos los asume el acreedor. el deudor se encuentra incondicionalmente obligado a realizar la prestación salvo que ésta devenga en imposible. inciso 3° del C.. incisos 2° y 3°. El deudor debe cumplir la obligación en cuanto le sea posible. 1. por tanto. dada por el deterioro de la cosa.486. inexistente y. la imposibilidad parcial. 2° del C. en el que se da el problema de los riesgos. no extingue la obligación de entregarla (“ Si la cosa existe al tiempo de cumplirse la obligación. según si el acreedor obtiene o no efectivamente el beneficio esperado (obligaciones de dar. éste se compromete a observar una conducta diligente orientada hacia la consecución de un fin o un beneficio determinado..1. que surge sólo cuando la obligación se extingue por haber devenido en totalmente imposible y se refiere a la asignación (al acreedor o al deudor) del costo de la imposibilidad del cumplimiento de la obligación por causales no imputables al deudor. por el contrario. la imposibilidad es parcial. debe considerarse que la norma del inciso final del art. pero nada impide que se apliquen a las obligaciones.). de manera que la obligación. Según ellas.¿? 2. por lo que. otra cosa totalmente distinta es que una vez producido el incumplimiento. de transportes). idea que también es seguida por el art. en tal caso se da la cosa por destruida (inc. el deudor se compromete a reportar un determinado beneficio.486). 1.552 del C. en . la que sí se extingue cuando la cosa sufre un daño que la inutiliza para cumplir su función económica. 3° del art. inc.672 y 1. aplicable a una imposibilidad transitoria. cuando el consiguiente atraso en la ejecución de la prestación priva al acreedor del beneficio económico perseguido. no se concibe un incumplimiento sino por medio de un actuar culposo.486.. consiste en la prestación de una conducta negligente. La imposibilidad parcial del cumplimiento de la obligación impone los riesgos al acreedor.

los contratantes crean causales para eximir al deudor del cumplimiento de su obligación... encomendar su realización a un tercero. En ciertas ocasiones. Esto se da cuando el contrato es intuito personae. pero no imposible. es invocar la buena fe. ya que. por el aumento de las dificulñtades para el cumplimiento. Excepcionalmente. El cumplimiento de la obligación se verifica sólo en cuanto se den las circunstancias que lo hagan posible. lo que configura.Imposibilidad física y moral La imposibilidad ab initio que provoca la nulidad del contrato que recae sobre hechos puede ser física o moral. Para sostener ello hay razones de texto. como causales de nulidad absoluta. cuando el contrato ha sido celebrado por el acreedor en razón de tener como contraparte a una cierta persona. es decir. mientras el cumplimiento sea posible. cuando se . contempladas en el art. Imposibilidad y dificultad La generación. de dificultades para que el deudor cumpla con su prestación ¿exonera al deudor del cumplimiento de su obligación? Las alternativas son: a) Quien se obliga a algo asume el riesgo de la dificultad y los mayores riesgos que puedan surgir y. El caso más típico es el de la prestación que deviene en ilícita. además. también puede surgir durante la vigencia del contrato. la imposibilidad transitoria deviene en definitiva. la obligación debe cumplirse. sin ser expresados. entendida como el conjunto de elementos implícitos que contiene el contrato. Es la llamada “crueldad del mercado”. Pero. debido a la dictación de una ley que la prohibe.34 este caso. ante la extrema onerosidad que sobreviene para la prestación. durante la vigencia del contrato.491 del mismo cuerpo legal. la imposibilidad física o moral del hecho debido puede. esto es. la falta de objeto y la ilicitud del objeto. de la que pretende obtener una forma especial y única de ejecutar la prestación que le beneficia. b) Ninguna obligación es total e indefectiblemente exigible y a lo que se está obligado es a realizar los mayores esfuerzos exigibles para cumplir con ella. a las que las doctrinas alemana y española han dado el nombre genérico de “inexigibilidad moral”. pero requiere del sacrificio de ciertos bienes del deudor que son irrenunciables. 1° del C. Además. por lo tanto. 1. en relación con el art. En opinión de Barros. en cuanto sea posible.545 del C. si la imposibilidad sólo pesa sobre el deudor mismo. cuando el tiempo es un elemento esencial de la obligación. Por lo tanto. 1. 3. el hecho de que una obligación se haga más gravosa no exime de ella al deudor. perfectamente. Pablo Rodríguez. también. otras situaciones de imposibilidad moral. en una relación jurídica. por medio de la cual se cumple la obligación. en cuanto el art. respectivamente. Otra forma de protección que tiene el deudor. Es lo que sostiene la tradición romanista. en virtud de la cual una economía fundada en un orden de contratos se basa en la libre competencia y sólo podrán sobrevivir en el mercado aquellos que puedan cumplir con las exigencias que ese orden impone. como la salud y la vida. existe una razón económica que sustenta esta posición. señala que el contrato es una ley para los contratantes. La imposibilidad física de realizar la prestación debida se entiende sólo cuando ni el acreedor ni persona alguna pueden ejecutarla. lo que puede ser difícil o costoso. producirse ex-post.C. La imposibilidad moral de la prestación. Existen. se entiende permanentemente imposible y. En otras palabras. extinguida. por ejemplo. la imposibilidad respecto del solo deudor puede extinguir la obligación. 1. sólo le es exigible al deudor que ponga el mayor cuidado posible en la realización e la prestación debida. en el propio contrato. éste puede. por lo que los obliga en los términos en que haya sido convenido. Esta es la posición que ha sostenido el Prof.682 inc.C. que se suscitan cuando el cumplimiento es posible.

Con todo. se produce un convenio. a través del mero concurso. en virtud del cual éstos remiten ciertas deudas. 1. Eso explica que. a partir del concepto de “imposibilidad normativa”. se sobresee al deudor (sobreseimiento que procede sólo cuando la quiebra ha sido fortuita). la obligación cambia de objeto. sus obligaciones. como establece el art. lo que constituye un tema distinto de la exoneración de responsabilidad por el incumplimiento de una obligación.El incumplimiento de la obligación emanada del contrato. de la cesión de bienes o de la quiebra (para quienes realizan actividades empresariales. La subsistencia de la obligación. Insolvencia Ella no implica imposibilidad para el deudor y no extingue. ser responsable por los perjuicios que ha ocasionado su incumplimiento. que es hecho .34 deduce del contrato que existen ciertas circunstancias que exoneran al deudor de su obligación. responde al propósito de que.672). pone en marcha los mecanismos de concurrencia de los acreedores.C. como lo hace la Doctrina alemana. éste debe responder. subsistan las garantías y preferencias preexistentes. ya que tiene un elemento normativo subyacente. agrícolas o comerciales). Simplemente. que quede exonerado de la responsabilidad circunstancias que han hecho imposible la prestación debida generales. Exoneración de responsabilidad Principios sobre responsabilidad La imposibilidad deja al deudor liberado de su obligación. en el concurso de los acreedores. o. junto con la obligación. De esta forma. en términos más el que puede darse Si la imposibilidad de la prestación debida se produce por hecho o culpa del deudor. no obstante. en su conducta de incumplimiento de la misma. pasando a consistir en la indemnización de los perjuicio irrogados al acreedor a través del incumplimiento (en el caso específico de la pérdida de la cosa debida. debe hacerse la distinción entre la imposibilidad y la dificultad de la prestación. * Ver artículo 165 de la Ley de Quiebras. al mismo tiempo. el concepto de imposibilidad de cumplimiento no es exactamente igual al concepto naturalista. Como todo concepto jurídico. que le cabe en las o. el nuevo objeto de la obligación es el pago del valor de la cosa. que prescribe el citado artículo. Por lo tanto. de manera que no produzcan los mismos efectos. 1. la que constituye un ejemplo de imposibilidad. lo que implica la extinción de sus obligaciones. salvo en casos extremos. en el proceso de quiebra. principio recogido por el art. la regla general es que la mera dificultad no extingue la obligación..672 del C. por medio de la novación objetiva. necesariamente. en algunas ocasiones. La obligación se extingue sólo si. por tanto. se puede comprender cómo un deudor puede quedar exonerado de cumplir la obligación contractual que sobre él recae y. sumado a la indemnización de los perjuicios. independientemente del efecto que ella pueda producir en el reproche que se realiza al deudor incumplidor para determinar su responsabilidad y hacerla efectiva por medio de la indemnización de perjuicios.. La ley dispone que. en esta situación. la imposibilidad se asocie a la extrema dificultad. debiendo indemnizar por ellos al acreedor. pero esto no implica. Ella exige la verificación de tres presupuestos o requisitos: 1. mediando o no la imposibilidad. respecto de la pérdida del cuerpo cierto debido. La imposibilidad o cualquiera otra hipótesis de incumplimiento pueden dar lugar a la responsabilidad contractual del deudor. Es importante advertir que lo que estamos analizando ahora es la exoneración del cumplimiento de la obligación.

1. aplicándose más allá del ámbito de la prueba de las obligaciones. la expresión del valor presente del dinero adeudado. señala que la prueba de la diligencia corresponde a quien ha debido emplearlo y la prueba del caso fortuito. hay tres formas de incumplimiento que son antecedente de la responsabilidad contractual: a) No cumplir en absoluto. al menos. Dicha impugnación no es fácil.547.. Un ejemplo de imposición legal de una obligación de garantía se da en el caso de las obligaciones de dinero. en su inciso 3°. vale decir. 1. por cuanto el deudor debe probar la falta de alguno de dichos elementos.698. no hay responsabilidad estricta u objetiva. de ser retardadas en su cumplimiento. 1. entendiéndose que el que alega un hecho debe probarlo. al que lo alega. con lo que se presume el incumplimiento de ella.C. por cuanto señala que la indemnización de perjuicios comprende el daño emergente y el lucro cesante. 1°. inc.C. Aquí. La exigencia del daño es el único aspecto en el que la responsabilidad civil es más exigente que la responsabilidad penal. Las dos primeras dan . de paso. de haberse pactado cláusula penal. Así. 1. dan lugar al pago de los intereses que correspondan según el retardo producido. según la regla del art. ya que sólo se indemnizan los perjuicios directos.. va a ser compensado sólo en los casos en que el incumplimiento sea imputable al deudor.Culpa del deudor: El art.). pero no la constituye. no obstante. cuyo incumplimiento resulta inexcusable: la del saneamiento de la evicción y la del saneamiento de los vicios redhibitorios (Art. 1. el art. las que. El acreedor. por ejemplo. b) Cumplir imperfectamente.C. señala que el deudor será responsable cuando actúe con el grado de culpa que él mismo establece como presupuesto de responsabilidad. en la compraventa. por lo que el deudor debe probar el cumplimiento o la falta de cualquiera de los elementos que configuran su responsabilidad. cumplimiento imperfecto y retardo) en el art.34 antijurídico que genera la responsabilidad.556 del C. En principio. La exoneración de responsabilidad dice relación con la impugnación de cualquiera de estos elementos.C. ya que el deudor lleva el peso de la prueba. Además. no bastando la sola actitud de incumplimiento de la obligación. al deudor.C. en atención a quién recibe el beneficio en la relación contractual.547 del C. Cabe. Pero. pero nada obsta a quela ley o el contrato impongan obligaciones no excusables por la vía de la culpa. 2.556 del C. la verificación del daño no es requisito o. la posición estratégica más favorable corresponde al acreedor.. 4. del C. De acuerdo con el art.556 del C. Incumplimiento de la obligación La ley señala las tres formas de incumplimiento ya mencionadas (incumplimiento total.837 del C. según los términos de tal cláusula. esto se contrapesa por el hecho de que el deudor sólo responde por su culpa. que tiene validez general. referida a la carga de la prueba. se imponen dos obligaciones de garantía. 3. la negligencia agrava la responsabilidad... c) Retardar el cumplimiento de la obligación.Que haya una relación directa entre el incumplimiento y el daño. El acreedor sólo debe probar la existencia de la obligación del deudor. que es aquella que opera desvinculada de la culpabilidad del deudor. 1.. no debe probarse para que se genere responsabilidad y surja la consiguiente obligación de indemnizar.Que haya daño: Este requisito puede ser inferido del art. Estos intereses no son sólo la reparación de los perjuicios sufridos por el acreedor.C. A estas obligaciones se les llama “obligaciones de garantía”. Así. señalar que. en otras palabras. sino que representan. 1.

Usualmente. el acreedor de la obligación de medio tendrá que probar la negligencia del deudor. Los casos de imperfección del cumplimiento del contrato por negligencia del deudor (la forma más frecuente de incumplimiento) requieren que la prueba provenga del acreedor. En una obligación de medio. . En una obligación de medio.698 y 1. 1. el juez determinará prudencialmente si hay incumplimiento. pues debe probar un hecho quien lo alega. por lo que ambos elementos de la culpabilidad se constatan de una sola vez. se tratará de una ejecución imperfecta. En una obligación de resultado. de modo de satisfacer en plenitud el legítimo interés del acreedor. en relación con la prueba de las obligaciones. el retardo en el cumplimiento origina los perjuicios moratorios. la situación probatoria no es unívoca. En tanto.C. situación que la Doctrina Francesa conoce como “inversión de la prueba”.34 lugar a los perjuicios compensatorios. el incumplimiento de una obligación de medio no es un “sí” o un “no”. Sólo en casos de incumplimiento absoluto de la obligación de medio se pueden aplicar las normas de los artículos 1. de determinación previa e independiente de la determinación de la culpa. Generalmente. De lo anterior. En las obligaciones de resultado el incumplimiento se muestra por la no-obtención de dicho resultado. Se entenderá incumplimiento absoluto cuando el resultado no se logre ni siquiera imperfectamente e incumplimiento parcial. Por el contrario. se da la hipótesis de incumplimiento absoluto cuando el deudor no pueda demostrar acto alguno que esté dirigido a cumplir la obligación y que sea idóneo para lograr los fines que el acreedor persigue por medio del contrato. pero éste también deberá rendir prueba respecto de su diligencia. según el principio que consagra el art. el juez debe actuar sopesando lo que ha hecho el deudor y lo que ha dejado de hacer.547 del C. resulta que las obligaciones de medio y de resultado presentan el problema de la prueba del cumplimiento o incumplimiento de una forma distinta.. el incumplimiento es una situación distinta. debe analizar el comportamiento del deudor desde la perspectiva de la diligencia o negligencia que éste demuestre.C. en términos de asignar la carga de la prueba al deudor. De las pruebas que rindan ambas partes. La prueba de que se han realizado los actos pertinentes corresponde al propio deudor. en las obligaciones de medio la culpa es la que constituye el incumplimiento. cuando el resultado sea mediocre o imperfecto.698 del C. dada por una actuación negligente del deudor. que deben ser indemnizados. Así.

En otras palabras. El Código Civil define el caso fortuito o fuerza mayor en el art.. mientras que por fuerza mayor se entendían los actos del hombre o. Estos elementos son los siguientes: 1. Ello se traduce en que cuando el deudor no logra probar que cumplió su obligación. 45. El siguiente es el esquema probatorio básico de la responsabilidad contractual: corresponde al acreedor probar la existencia de la obligación del deudor.34 Reglas Probatorias de la Responsabilidad Civil Las reglas generales respecto de esta materia señalan que el deudor responde por los daños efectivamente causados por su culpa. contempla algunos ejemplos. de tal modo. en estricto rigor. un evento es irresistible cuando impide al deudor cumplir la obligación. no siempre lo fueron. El caso fortuito tiene que ver. dado el tenor del inc. sin que constituyan de ningún modo una enumeración taxativa. Desde luego. como correlativo a los actos de Dios. que favorece al deudor desde que no lo hace responsable estrictamente. como se solía decir. Caso Fortuito El caso fortuito otorga al deudor la posibilidad de argumentar que la inobservancia del deber contraído se debe a una causa que no le es imputable.. 1547). se presume que el incumplimiento es culpable. en la misma norma. es decir.)”. 3° del art. probada que sea la obligación. pues. De esto modo. 1547.) el imprevisto a que no es posible resistir (. de modo que es él quien debe demostrar lo contrario a fin de no ser responsable de ese incumplimiento... sino que lo hace únicamente para precisar sus efectos. Enseguida. 45 como “(. En un principio caso fortuito hacía referencia a los actos de la naturaleza o. debe prevenirse que el caso fortuito supone que la obligación ha devenido en imposible. alegando caso fortuito o negando la existencia de culpa. a los actos de Dios. De consiguiente. el concepto de caso fortuito es en cierto modo vago. todos los cuales deben ser entendidos como meramente indicativos. Como ya se pudo advertir. que con el tiempo han pasado a ser sinónimos. . con una interrupción de la causalidad relevante para el Derecho. o la ocurrencia de un caso fortuito (art. lo cual puede hacer. el concepto de caso fortuito va asociado al de fuerza mayor. Esta norma. Sin embargo. prescindiendo de su culpa. La doctrina ha dicho que tres elementos permiten calificar a un suceso de caso fortuito o fuerza mayor. sino por un hecho ajeno e inimputable a él. los actos de autoridad. que son el naufragio. el apresamiento de enemigos y los actos de autoridad ejercidos por un funcionario público. La irresistibilidad significa que el suceso plantea una imposibilidad. el Código Civil no hace referencia al caso fortuito en términos conceptuales. lo que ha hecho que la doctrina y la jurisprudencia se hayan preocupado de distinguirlo de la culpa. indeterminado. se ve compensada por otras reglas probatorias que lo sitúan en una posición estratégica defensiva. esto es. Dicho cometido aparece como absolutamente necesario. Conviene ahora analizar una de las posibles alegaciones que puede hacer el deudor en orden a exonerarse de responsabilidad cuando no haya cumplido su obligación: el caso fortuito. 1698). se presume que el deudor no la ha observado culpablemente. cuando la hace imposible. Aparte del art.Irresistibilidad. la culpa encuentra su fin justamente donde comienza el caso fortuito. el terremoto. el haber observado una conducta diligente. pues de lo contrario el incumplimiento no puede atribuirse más que a su culpa. mientras que está en éste probar su extinción (art. en este sentido. El incumplimiento no es causado por el deudor.

3. 1547 inc. y esto hay que tenerlo siempre presente. además de no haber sido previsto. De este modo. Pero por otro lado. normativo. el vendedor debió haber previsto y haberse resguardado de la posibilidad de que los arrendatarios simplemente no se fueran de la propiedad sino hasta el lanzamiento. Por ejemplo. pues al momento de adoptar la decisión de vender la casa. más cosas debien ser previstas. si hubiese sido entregada al acreedor-. La segunda. De acuerdo con él. criterio algo dudoso si se repara en que Chile es. El que un suceso sea razonable o no razonablemente previsible dependerá de diversas condiciones. Señala ese inciso.Imprevisibilidad. esto es.34 Demás está decir que la noción de irresistibilidad se opone a la de mera dificultad. El concepto de previsibilidad es. 3° consagra el principio probatorio general en cuanto a las vías de exoneración de responsabilidad de que dispone el deudor. establece dos excepciones a este principio. En definitiva. en primer término.Exterioridad. debe escapar a lo que razonablemente se puede o debe considerar como previsible. ésta última porque mientras mayor es el monto.. un contrato significa delegar un riesgo a un tercero. y por esa vía constituir un caso fortuito. lo cual es perfectamente razonable si se considera que este es un país sísmico. sino a aquel que. Cuando respecto de esta materia se habla de imprevisibilidad. un antiguo fallo señala que la escasez de un producto no constituye caso fortuito. es decir. no pudo ni debió serlo. Siguiendo esta línea. pues el deudor siempre podrá proveerse de él a un mayor costo. por virtud del Derecho se encuentra revestido de un significado particular. que el deudor no es responsable del caso fortuito. Y enseguida. o el monto de la operación. cuando aquél se produce por culpa de éste (por ejemplo. sin embargo. como la frecuencia del hecho. la pregunta que plantea la imprevisibilidad como elemento constitutivo del caso fortuito es qué eventos futuros previsibles el deudor tiene que tomar en consideración de forma de que esos eventos le impidan cumplir su obligación. estaríamos ante tal supuesto si el vendedor de una casa se ve impedido de efectuar la entrega de la misma a raíz de que permanecen en ella antiguos arrendatarios. no se apunta hacia aquel acontecimiento que efectivamente no fue previsto por las partes. Es en el inciso precedente. entonces. La conducta es claramente negligente. le compete al deudor probar que ha sido diligente. Ésta sólo se traduce en mayores costos que deben ser asumidos por el deudor. que el hecho que lo provoca no haya llegado a ser posible en razón de un hecho o culpa suyo.5 no constituye caso fortuito. éste será el caso cuando el hecho externo no se hubiere producido si el deudor hubiese sido diligente. El art. Este significado especial se traduce en que para que un suceso pueda ser calificado de imprevisible.. la intensidad del riesgo. se ha sentenciado que una sequía de 2 ½ temporadas sí constituye una caso fortuito. un incendio en una bodega del deudor) –siendo el caso fortuito de aquellos que no hubieran dañado la cosa debida. en tanto. o que el incumplimiento se ha debido a un caso fortuito. donde dicho artículo contempla la regla específica respecto del caso fortuito como vía de exoneración de responsabilidad del deudor. ondulante. y muy particularmente de lo que las cortes consideren como razonablemente previsible. En Chile se ha fallado que un terremoto grado 7 a 7. 2. en estas materias. La exterioridad supone que el caso fortuito sea ajeno al deudor. . Recapitulando. La primera de estas excepciones se presenta cuando el caso fortuito sobreviene durante la mora del deudor.

es el mero hecho de éste. dice el referido inciso segundo del art. sino también de los que realicen personas por quienes es responsable. el Código Civil se pone en el caso de que el hecho voluntario del deudor destruya la cosa por error. la regulación de la circunstancia en que el caso fortuito. Por su parte. Así. no deben ser acontecimientos respecto de los cuales el deudor tiene el deber contractual de adoptar las medidas necesarias de resguardo a fin de que no impidan la ejecución de la prestación. reitera los principios generales. Este ejemplo se encuentra en el art. la ley ha previsto que no hay lugar a indemnización de perjuicios. en cambio. son un caso fortuito.La huelga. El grado de culpa. se consagra nuevamente el principio de que el deudor no es responsable del caso fortuito salvo que se haya constituido en mora o que el caso fortuito haya sobrevenido por su culpa. el deudor es obligado sólo a la indemnización de la mora. 1547. por ende.” Como se puede apreciar. de modo que no se extinguen las garantías de la primitiva obligación. El Código Civil no otorga una norma que resuelva la materia. como se ve. Debido a que un hecho para ser caso fortuito debe necesariamente ser externo al deudor. el tratamiento es especial. dentro del tipo ordinario de las negociaciones laborales. cuando aquél se debe a un mero hecho suyo -no culpable-. presentan una situación más dudosa. de acuerdo con el cual “Si la cosa debida se destruye por un hecho voluntario del deudor.34 Los arts. para configurar un caso fortuito. . Hay una especie de subrogación real.Robo y terremoto. 1547 inc. a ninguna posibilidad. añade a los dos anteriores la explicitación de que el deudor no sólo responde de sus actos. 1672.”.. La determinación. 1590. según el primero. Sólo agrega este artículo al art.. a su respecto. Así. En otras palabras. referente a cómo debe hacerse el pago. un grado de culpa más exigente (culpa leve o levísima) determina que los sucesos referidos difícilmente pueden ser considerados como caso fortuito. que inculpablemente ignoraba la obligación. 1547. de si dentro de los deberes de cuidado del deudor se incluye el de resguardarse de un robo o un terremoto específico. el robo y el terremoto. Para estos casos. 2°. si el deudor responde de un grado de culpa menos exigente. Esta eventualidad es interesante de analizar particularmente en lo tocante a las obligaciones de hacer. No se puede adherir categóricamente. Como se puede apreciar. el robo y el terremoto pueden ser tomados como un caso fortuito con mayor facilidad. en un caso concreto. aunque para ello el incumplimiento generado no puede deberse a la inobservancia de un deber de cuidado exigible al deudor. atendida la naturaleza de la obligación. Usualmente se dice que las huelgas que surgen imprevistamente por situaciones de hecho. se hubiese producido de todos modos si la entrega se hubiese llevado a cabo de forma oportuna. Las que se desarrollan. estando el deudor en mora. depende en gran medida del grado de culpa del cual responde de conformidad con lo prescrito por el art. Por el contrario. “Si el cuerpo cierto perece por culpa o durante la mora del deudor. se puede considerar que su enfermedad constituye un caso fortuito. pero varía de objeto. especialmente si se toma en cuenta que cuando la huelga es legal. establece el límite más allá del cual un hecho determinado configura un caso fortuito y. 1672 y 1590 siguen la misma línea del art. exonerar al deudor de responsabilidad. Existen algunos casos muy importantes en la práctica: 1.Enfermedad del deudor. En tal eventualidad. Distinto a la culpa del deudor. se deberá solamente el precio sin otra indemnización de perjuicios. sino que sólo a la devolución del valor de la obligación. 3. los elementos imprevisibilidad y exterioridad no se dan de una manera fehaciente. En lo demás y pertinente. la obligación del deudor subsiste. el deudor es obligado al precio de la cosa y a indemnizar al acreedor. Estos sucesos pueden constituir un caso fortuito. A menos que provenga de la culpa del deudor. 1678. en el inciso segundo. el art.. sino que da un ejemplo del cual se puede inferir una. 2.

desde que preceptúa que “Toda persona es responsable no sólo de sus propias acciones. en términos de esclarecer cuál es el cuidado debido en una situación dada. 2320. 2° señala que el deudor no es responsable del caso fortuito. por la esfera de control del deudor. art. Sólo mediante un acto de interpretación del contrato se podrá determinar en concreto el alcance específico de estos dos elementos. si este fuere el caso. y. extingue siempre la obligación y la responsabilidad del deudor. El principio que se ve reforzado con esta norma no es otro que el enriquecimiento sin causa. De todo lo anterior que en claro que un aspecto fundamental que debe ser definido es el límite entre la culpa y el caso fortuito. Permite este artículo.Hecho del acreedor. por ende. de un lado. 1° presume la responsabilidad del deudor por el hecho o culpa de sus dependientes. que el deudor. Los hechos de terceros constituyen caso fortuito. en el último inciso. En materia contractual. dispone que “la prueba de la diligencia o cuidado incumbe al que ha debido emplearlo. el deudor sólo será responsable en lo sucesivo por dolo y culpa grave.. siempre que no sean imputables al deudor. el caso fortuito causado por un hecho o culpa del acreedor. El art. 1679 consagra una responsabilidad estricta del deudor por el hecho o culpa de quienes se encuentran bajo su responsabilidad.” Así por ejemplo. porque si el deudor pudiera obtener perjuicios sin observar deber alguno para con el acreedor. Por último.” No obstante.Hecho de terceros. es decir. cobrar los perjuicios resultantes cuando no existe una relación directa entre el acreedor y el tercero. configurándose. si el acreedor se encuentra en mora de recibir la prestación ofrecida legalmente (pago por consignación. además de probar un caso fortuito. a fin de exonerarse de responsabilidad. salvo que se haya constituido en mora o sobrevenga por su culpa. con prescindencia absoluta de lo diligente que haya sido. Diligencia como Causal de Exoneración El art. 2320 inc. 1680).) con la autoridad y el cuidado que su respectiva calidad les confiere y prescribe. Inclusive.Hechos de dependientes. Esta frontera está dada. el art. Una importante diferencia sienta esta norma entre la responsabilidad contractual y la extracontractual. no hubieren podido impedir el hecho. en el derecho comparado se ha establecido responsabilidad estricta del deudor no sólo por el hecho o culpa de las personas que permanecen bajo su cuidado. siguiendo las reglas generales.. pues en esta última únicamente se presume la culpa del deudor por el hecho o culpa de sus dependientes. de otro. la prueba del caso fortuito al que lo alega. 5.” Pareciera. 1679 aplicable sólo a la responsabilidad contractual.. 1547 inc. el art. a diferencia del art. Por lo demás. Ahora. el art. concede al deudor la posibilidad de exonerarse de responsabilidad si “(. 6. entonces. su patrimonio aumentaría en detrimento injustificado del del acreedor. .. 1676 concede al acreedor los derechos que el deudor tuviere contra el tercero en razón del hecho que le impidió ejecutar la prestación. en materia contractual un empresario será siempre responsable de indemnizar perjuicios si por el hecho o culpa de un dependiente suyo un camión repartidor no llega a destino con la mercancía. si estuviera en posibilidades de percibir el monto de la indemnización y además exonerarse de responsabilidad. en el inciso 3°. por la irresistibilidad del hecho. un enriquecimiento sin causa. Pero acto seguido. sino del hecho de aquellos que estuvieren a su cuidado. puede probar asimismo que ha actuado con toda la diligencia que se le puede exigir de conformidad con la legislación o el contrato.34 4. de este modo. sino por el hecho o culpa de él mismo..

el problema que se presenta como consecuencia de admitir la prueba de diligencia como causal de exoneración. sino diligencia. en su defecto. el acreedor puede asumir el riesgo de que no se pruebe la causa del incumplimiento. Sin perjuicio de lo anterior. que están representados por el hombre prudente y diligente. compete al deudor probar que ha cumplido lo pactado o. esto es. para hablar de responsabilidad civil es necesario que exista una conducta negligente del deudor. 1547 o el contrato era razonablemente esperable que tomara a fin de evitar que el hecho en cuestión le impidiera realizar la prestación. para exonerarse de responsabilidad. O. Por eso. caso en está obligado a probar que el incumplimiento se debe a una causa externa no imputable a él. carezcan de relevancia. con todo. Entonces. en estricto rigor. En este tipo de obligaciones. En las obligaciones de resultado. el asunto no es tan simple. el deudor puede alegar caso fortuito. pues en ellas la diligencia o no-diligencia del deudor constituye el cumplimiento o incumplimiento de la obligación. so pena de presumírsele culpable. pero señala que no le es imputable puesto que ha sido todo lo diligente que se le puede exigir. y en concreto en lo relativo a los sucesos que componen el caso particular. porque una conducta diligente del deudor no implica necesariamente la consecución del fin que se comprometió a obtener. particularmente aquella según la cual una vez probada que sea la existencia de la obligación. prescindiendo de las condiciones subjetivas del deudor. la causa justificante de su incumplimiento. en cuyo caso reconoce el incumplimiento. ¿puede el deudor alegar diligencia como causal de exoneración de responsabilidad? La duda no se plantea. Resulta obvio que si el deudor fue diligente y la obligación no se cumplió. el hecho que el caso fortuito y la culpa se aprecien en abstracto no significa que los aspectos objetivos. pues en tal caso prueba que ha cumplido. Por consiguiente. no le queda más que probar él que el deudor incumplió de forma culpable. el deudor siempre puede probar diligencia. El deudor no está alegando caso fortuito. al acreedor. la cuestión debe apreciarse en abstracto. es decir. entonces. pues éste no tiene la obligación de probar el obstáculo que se interpuso entre su conducta y la debida.34 Expresado lo anterior en términos prácticos. Para establecer este límite entre caso fortuito y culpa. por ende. en las obligaciones de medios la única causal de exoneración de responsabilidad es el caso fortuito. el caso fortuito y la culpa se aprecian en abstracto en relación con las condiciones subjetivas del deudor. como la profesión del deudor. determinar además si el deudor adoptó todas las medidas de cuidado que según el art. de sus condiciones particulares. Se alteran de este modo las reglas probatorias que rigen la responsabilidad contractual. . lo primero que se debe probar es la causa que lo produjo. De lo contrario. en las obligaciones de medios. fundamentalmente. el incumplimiento. Cuando se alega caso fortuito. De consiguiente. Siguiendo el razonamiento. si el deudor se encuentra habilitado para exonerarse de responsabilidad probando que actuó diligentemente. es que el deudor puede eventualmente verse liberado de responsabilidad sin probar el hecho que provoca. Al Derecho Civil le interesa. en definitiva. Aquí. el hecho mismo que provocó la imposibilidad de cumplimiento. que se observen ciertos patrones de conductas. si desea que prospere su acción. Así las cosas. ES imperioso en tal caso. no hay incumplimiento y. respectivamente. puede alegar diligencia. por su parte. algún obstáculo externo al él debe haberse interpuesto entre su conducta y el pago efectivo de la obligación. menos responsabilidad.

en términos prácticos. vale decir. 1°. Durante la vigencia del contrato bilateral. por lo que la extingue.La condición resolutoria tácita (art.). se presume que ha sido por hecho o por culpa suya. por lo que la prueba de cualquier hecho que impide el incumplimiento le compete a él. que.C. Se dice que la relación obligatoria en un contrato bilateral es orgánica. La condición resolutoria tácita opera sólo cuando se ha producido el incumplimiento de una de las obligaciones y éste es imputable al deudor de dicha obligación. No obstante.Un último efecto que desencadena el caso fortuito es el planteamiento de la pregunta de qué sucede con los riesgos. esto es.Hace imposible la obligación.. de manera que es a él a quien compete probar lo contrario. no extingue la obligación. se protege el hecho que el acreedor ha depositado toda su confianza en el deudor al momento de contratar.C. o por hecho o culpa suyo (arts.La excepción de contrato no cumplido (art. pues dice que “Siempre que la cosa perece en poder del deudor. se presume que el obstáculo que se interpuso entre la conducta del deudor y la ejecución de la prestación fue su hecho o culpa. 1547 y 1672). En el Derecho Romano. salvo que se haya constituido en mora. De lo contrario. con la validez del contrato: 1. pues es el deudor el que está en mejores condiciones de probar los hechos.. durante su vigencia. La concepción del contrato bilateral como un conjunto orgánico de obligaciones proviene del trabajo de los canonistas. generadas por dos . consiste en dilucidar qué pasa con una de las obligaciones cuando la otra se ha hecho imposible de cumplir. 1. El caso fortuito tampoco exonera de responsabilidad al deudor si éste se encuentra en una situación de dolo. que está compuesta por obligaciones relacionadas entre sí.552 del C.” Este artículo reconoce de manera expresa que una vez producido un incumplimiento. Lo anterior se muestra en la constitución de la relación contractual y . inc. estamos ante el problema de los riesgos. las que son constitutivas de la relación obligatoria. Además. Se parte de la base de que en esencia es el deudor quien tiene el control de los acontecimientos. sino que posterga su ejecución. pues éste desplaza todos los riesgos a quien actúa de tal modo. Por otro lado.489. que excusa a una de las partes de cumplir su obligación cuando la otra parte no ha cumplido la suya. la reciprocidad adopta la forma de un conjunto de efectos que se producen ex-post y que no dicen relación. es económicamente más eficiente esta tesis. Al momento de celebrarse un contrato bilateral.. 2. el contrato bilateral se entendía como la suma de dos obligaciones independientes. si la imposibilidad es temporal.34 Por eso se ha dicho que al deudor no le basta con probar diligencia. El art. que pone término a la relación contractual y tiende a modificar sus efectos de forma retroactiva. del C. Efectos del Caso Fortuito 1. En cierto sentido. la lógica de este tipo de obligaciones nos conduce inexorablemente a esta conclusión. 1671 consagra esta idea. Contratos bilaterales En estos contratos. 3. 1.. también. existen obligaciones recíprocas entre las partes. 2.Exonera de responsabilidad al deudor. se exige que existan las obligaciones correlativas para que el contrato tenga una causa (una obligación es causa de la otra).). siendo el caso fortuito de aquellos que no se hubieren producido de igual modo si la obligación se hubiese ejecutado oportunamente. como la causa. que pasa con la obligación del acreedor en un contrato bilateral cuando un caso fortuito extingue la obligación del deudor..

no siendo suficiente el incumplimiento de una obligación secundaria. Surge del hecho de que las obligaciones de un cierto contrato deben ser ejecutadas simultáneamente. ante cualquier incumplimiento de la contraparte.P. la acción resolutoria. aun cuando algunos de sus elementos ya aparecieron en el Derecho Romano. 464 del C. Requisitos de la excepción de contrato no cumplido 1. por ejemplo. no puede interponerse la excepción cuando hay un plazo pendiente para que la otra parte cumpla con su obligación. cuando se refiere a una compraventa. del C.. la solución es solicitar la caducidad del plazo.. por lo que es susceptible de ser eliminada. Pero. la excepción de contrato no cumplido.496 del C. hay ciertos indicios que ponen en duda que el deudor de una obligación de plazo pendiente vaya a cumplirla a su debido tiempo. la excepción de contrato no cumplido se puede oponer frente a todas aquellas acciones que tengan por antecedente el incumplimiento de una obligación emanada de un contrato bilateral. a veces.34 estipulaciones autónomas. mientras el acreedor de dicha obligación debe cumplir inmediatamente la contraprestación. como.P. pero esto podría favorecer la mala fe del deudor. por hecho o culpa suya. ya que en el juicio ejecutivo sólo pueden interponerse las excepciones del art. Planteada la excepción de contrato no cumplido. final.826. 3. salvo que se pacte un plazo. Sobre este punto existe un problema procesal. mostrar su disposición para cumplir con su propia obligación y debe hacerlo de una forma seria.También se puede solucionar el problema aludido. 1. Además de proceder en la acción ejecutiva. Por ello se ha resuelto que el incumplimiento debe ser relevante para que proceda la excepción. probados los actos de cumplimiento del demandante.C. Los problemas surgen cuando la otra parte ha cumplido imperfectamente con su obligación. 2.Ambas obligaciones deben ser exigibles simultáneamente. en el contrato. Esta excepción es dilatoria.... si se opone la excepción por cumplimiento imperfecto. En fin. inc.C. en forma expresa. al menos. no a través de meras palabras (art.C. como. Ella tiene por fin la ejecución de la obligación correlativa. por lo que. Para estos casos.El deudor que se excepciona debe. 464 del C. La excepción de contrato no cumplido es un elemento de la naturaleza de los contratos bilaterales. que es la de quien actúa en juicio como demandante. entre las cuales no figura la de contrato no cumplido. Se debe considerar que. la de la falta de ciertos requisitos para que el título sea ejecutivo. 1. sólo en las obligaciones que deban ejecutarse simultáneamente. Cuando el incumplimiento ha sido absoluto..). Por ello. no hay mayor problema. esto se ha subsanado extendiendo el número 7° del art. la prueba corresponde al demandante.. que consagra el art. esta excepción rige. Excepción de contrato no cumplido Se encuentra consagrada en el art. que permite al vendedor retardar la entrega de la cosa mientras el deudor a plazo no rinda caución para asegurar el pago. el .C.Que la otra parte (demandante) no haya cumplido con su propia obligación. en principio. por ejemplo. ejerciendo la facultad que entrega el art. Se ha dicho que.552 C.C. frente a dos hipótesis: la insolvencia del deudor a plazo y la extinción o disminución considerable de sus cauciones. respecto de su propio cumplimiento. 1. Sin embargo. 1. el demandado puede oponer la excepción de contrato no cumplido. absolutamente o en relación con el demandado.C. como también lo son la acción resolutoria y la asignación legal de los riesgos. que contempla como excepción admisible en juicio ejecutivo.552 del C. se puede decir que esta concepción es moderna. por ejemplo.

En general. y en ambos casos con indemnización de perjuicios.234 y 2.C. 800. 2.C. eso sí. como por ejemplo a través de un aviso.). de manera que debe darse al afectado la posibilidad de resolver el contrato. éste consiste en la facultad que se puede reconocer a una de las partes para poner término a una relación contractual. 2°. El efecto que se sigue del cumplimiento de la condición es el reconocimiento al otro contratante de dos acciones: la resolución y la ejecución forzada. operando al modo de un DEL CONTRATO . Sin embargo. Justificación de la Condición Resolutoria Tácita Una primera vía que permite dar con la razón de ser de esta institución es la teoría de la causa.942. 2. Debe siempre. 2°). 914.474 del C. la convenciones sobre desistimiento y resolución del contrato son muy importantes. 2. . RESOLUCIÓN Condición resolutoria tácita Según el art. inc. Los derechos legales de retención cumplen la misma función que la excepción de contrato no cumplido. cuando se opone la excepción y ninguna de las partes cumple. 2°). Esto tiene más aplicación en la obligación de medio que en la de resultado. se afirma que por el hecho de que en los contratos bilaterales una obligación se explica con motivo de la otra.” De la lectura de este inciso se desprende que el hecho futuro e incierto que constituye la condición es el incumplimiento de lo pactado por parte de alguno de los contratantes. vale decir. el desistimiento puede operar por diversos medios. esta argumentación choca con el inconveniente de que la causa es más bien una teoría que explica la constitución del acto jurídico.401 del C. en no pocos casos lo hace hablando de desistimiento (arts. La Jurisprudencia ha fallado que.). 1°. Conviene desde ya dejar sentada la diferencia que existe entre la condición resolutoria tácita y el desistimiento. lo que ha inducido a alguna jurisprudencia a confundir estos términos. las que serán analizadas con posterioridad. El Código Civil al referirse a la condición resolutoria tácita. pues los elementos de la naturaleza definidos en la ley a este respecto presentan numerosas falencias. 1. “En los contratos bilaterales va envuelta la condición resolutoria de no cumplirse por uno de los contratantes lo pactado.193. 2101 y 1826 inc. debe declararse la resolución del contrato. a su elección. 1489 inc. La excepción de contrato no cumplido tiene un efecto suspensivo del proceso. Mientras aquélla consiste en un hecho futuro e incierto que cumplido otorga al afectado o acreedor las acciones de resolución y ejecución forzada. mientras el actor no cumple con su obligación. de manera que admite convenciones modificatorias y puede ser renunciada.34 demandado deberá probar la imperfección del cumplimiento del actor. sin indemnización de perjuicios. Además. en ambos casos con indemnización de perjuicios (art. De hecho. de acabar con sus efectos. con algunas diferencias importantes: . 1489 inc. la inobservancia de lo pactado por uno de los contratantes sustrae el sustento a la convención. mientras la condición resolutoria tácita da siempre origen a un procedimiento ordinario. por cuanto los derechos de retención sólo operan en los casos que la ley señala (arts. pactarse. La condición resolutoria es un elemento de la naturaleza de los contratos.Sobre las cosas retenidas se tiene un derecho preferente (art.La excepción tiene una aplicación más amplia.

Por eso la justificación de esta institución va más por una razón de orden general. cuestión del todo diversa de la resolución. que procede contra el contrato de transacción la acción de nulidad en sus dos dimensiones (absoluta y relativa). 2460: “La transacción produce el efecto de cosa jzgada en última instancia. sino más bien un acto judicial que puede ser llevado a cabo de común acuerdo entre los comuneros. qué sucede con aquellos contratos que siendo en su origen unilaterales devienen en bilaterales. Al respecto se ha dicho que no por dos motivos: a) Hay razones para pensar que la partición no es propiamente un contrato. no es razonable dotarlos de la acción resolutoria tácita.En segundo término. entonces. porque el art. en verdad. porque la ley señala que produce el efecto de cosa juzgada en última instancia (art. también habla de que la partición ha de anularse aboluta o relativamente para dar término a sus efectos.10 2. que está dada por la existencia de una interdependencia entre las obligaciones de las partes que se muestra. Señala que la condición resolutoria tácita va envuelta en los contratos bilaterales. 2460). 1348: “Las particiones se anulan o se rescinden de la misma manera y según las mismas reglas que los contratos. podría estimársela como una acción general en todo tipo de contratos. al mismo tiempo.” 1 10 Art. Con su ausencia el contrato deviene en ineficaz. de manera que el medio propicio para dar fin a sus efectos sería esa acción o excepción. que reemplaza a la sentencia ejecutoriada. la generación posterior de obligaciones restitutorias no da al contrato. en la práctica se han planteado dos cuestiones: 1. Con todo. volverse a discutir el mismo conflicto por las mismas partes. la acción a que da lugar el cumplimiento de la condición resolutoria tácita es una acción de responsabilidad. pero podrá impetrarse la declaración de nulidad o rescisión. Sin embargo. vale decir. Cuando eso sucede. qué sucede con ciertos contratos que si bien son bilaterales. con posterioridad. Sin embargo. según cierto autores (Mazeaud. y en su ejecución y desarrollo por medio de la excepción de contrato no cumplido y la resolución. No podría. Chabas). La partición es un título meramente declarativo. en la excepción de contrato no cumplido y en la acción resolutoria En Art. se genera el vicio de nulidad. 2460 señala. 1348. b) Además. Es frecuente que a través de ella se adjudiquen bienes a un comunero en mayor proporción que la que le correspondía. Por otro lado.34 requisito de validez. Un primer caso es el contrato de transacción. como el 2460 sobre transacción. como los contratos. Se dice que en él no tendría lugar la acción derivada del cumplimiento de la condición resolutoria tácita. y. nace para este comunero la obligación de pagar a los demás comuneros un alcance por su exceso. se muestra en la causa como requisito de constitución y validez. en conformidad a los artículos precedentes.” 9 .. 1489 parece ser inequívoco y muy claro al respecto. al inicio. se puede afirmar que si hay un contrato que debe ser cumplido. en la constitución del contrato a través de la causa. En general.En primer término. Por eso admite dudas la interpretación jurisprudencia. Contratos en que Procede El art. En tal calidad. en los contratos bilaterales existe una interdependencia entre las obligaciones de una y otra parte que. ese es el de transacción. Como se ha dicho. Esta interpretación ha sido aceptada en alguna medida en Francia.. En este punto surge la pregunta de si es procedente la acción resolutoria tácita en caso que el antedicho comunero no cumple con su obligación de pagar ese alcance. El art. vale decir. de manera que no da lugar a la creación de derechos y obligaciones. Así se ha fallado en nuestras cortes. las características de un contrato bilateral.9 Otro caso importante donde no sería procedente la acción resolutoria tácita es el de la partición. estos contratos devienen en bilaterales porque surgen con posterioridad obligaciones restitutorias.

3. procedería al menos en el mutuo con intereses. Ello porque ya se pagó con lo que había. y no se explica en razón de la obligación del deudor de restituir la cosa. ha dicho que cuando el acreedor opta por la resolución no puede con posterioridad ejercer la acción resolutoria.Es necesario ejercer una acción judicial por virtud de la cual se opte por la acción resolutoria. 1489. Por consiguiente. que no es otro que el incumplimiento de las obligaciones contraídas por una parte. lo característico de la acción resolutoria no es la bilateralidad.34 los contratos sinalagmáticos imperfectos.. . Primer Requisito: Es Necesario Ejercer una Acción Judicial Cuando el hecho futuro e incierto del cual pende la condición resolutoria tácita. o además es necesario que el acreedor previamente lo requiera de pago. En el pasado surgieron dudas respecto de si la acción de resolución constituye por sí sola al deudor en mora. Así lo ha entendido la doctrina. a la parte afectada se le conceden dos acciones: la resolución y la ejecución forzada.El acreedor no debe estar en mora. las obligaciones respectivas no se explican una en razón de la otra. se puede afirmar razonablemente lo contrario.. con todo. la obligación del acreedor de reparar gastos de conservación de la cosa emana de las circunstancias que hicieron al deudor incurrir en esos gastos. caso en que recibe el nombre de cláusula de aceleración. que entable la acción ejecutiva. En la práctica. la jurisprudencia ha dicho que por el hecho del haberse pagado. elija entablar la acción de ejecución forzada. 4. Además. no pueden entablarse conjuntamente. Dicho de otro modo. en tal eventualidad el deudor dispone del derecho legal de retención.Es necesaria una sentencia judicial que declare la resolución. para cuando se haya cumplido la condición. Este podría.La condición resolutoria opera cuando hay un incumplimiento imputable al deudor. esto es. y ésta sea concedida y el procedimiento de ejecución haya concluido. se pacta expresamente la acción resolutoria. en ambos casos con indemnización de perjuicios. se verifica. Sin embargo. si le fuere más conveniente.. Como señala Luis Claro Solar. si fracasa. 2. Un tratamiento especial merece el mutuo. Pero al revés. en tal caso. que es un derecho de garantía aún más fuerte que la misma acción resolutoria tácita. La duda ha sido salvada y actualmente se considera que basta la resolución. no cumplir con lo pactado y pagar las indemnizaciones correspondientes. el solo hecho del cumplimiento de la condición no resuelve el contrato. nada impide. como una medida de seguridad. dado el tenor del art. Requisitos de Fondo de la Acción Resolutoria Tácita 1. Esto es lo que la ley ha querido evitar al consagrar un derecho alternativo en el art.. Así. vale decir. ambas son incompatibles. aquél se encuentra inhabilitado para solicitar con posterioridad la resolución. Por eso es necesario que realizar una elección entre ambas acciones ejerciendo una acción judicial. si opta por la acción de resolución en primer término. Pues bien. aunque sea insuficientemente. Tradicionalmente se ha sostenido que no procede a su respecto la acción resolutoria tácita. La ley consagra en esa eventualidad las dos acciones alternativas a que se ha hecho mención. pues es en razón de ésta que una obligación se explica por la otra. pero nada impide que sean ejercidas una en subsidio de la otra. En caso que el acreedor. 1489. y lo hace porque de lo contrario los efectos del contrato quedarían al arbitrio del deudor. Se ha dicho que del cumplimiento de la condición emanan dos acciones: la de resolución y la de ejecución. Surge un problema de riesgos. La jurisprudencia comparada. en tanto. sino la onerosidad.

Cuarto Requisito: Resolución Es Necesaria una Sentencia Judicial que Declare la Cuando se ejerce la acción resolutoria. sobre la base de un artículo muy similar al de nuestro Código Civil. plantea numerosos problemas en la práctica Puede ocurrir que el deudor haya cumplido su obligación en lo sustancial. cual es dar al afectado la posibilidad de poner término al contrato. 1552 ya estudiado. pues ello le genera perjuicios o no le reporta beneficio alguno. En otras palabras. más este último debe resarcir los perjuicios causados. una vez cumplida la condición. La doctrina mayoritaria señala que es suficiente cualquier tipo de incumplimiento. sin embargo. la norma del art. si ejerce la acción resolutoria. sencillamente. por el art. consagra una obligación alternativa que se rige. es necesario señalar qu el vendedor no puede pedir resolución cuando se trata de cosas muebles que han llegado anticipadamente al poder del comprador. por ejemplo. En Francia. en cambio. Cabe destacar que la acción de resolución es una acción extremadamente útil frente al deudor insolvente. por regla general las sentencias definitivas producen efecto una vez que se encuentran ejecutoriadas. Ahora. ni él ni el deudor deben ejecutar la prestación debida. por tanto. En cambio. pierde el derecho de pedir resolución. la conducta culpable. 1489. es típicamente un requisito de la responsabilidad. la excepción de pago puede oponerse durante toda la secuela del juicio. en tal caso debe cumplir con su obligación. pues el contrato permanece vigente. Vale decir. si los acreedores son más de uno. Esta doctrina. tanto civil como penal. El problema que se presenta. y en segunda hasta la vista de la causa. . deberán de consuno optar por la resolución o la ejecución forzada. Prevalece. Pero. En torno al tema del incumplimiento surge la interrogante de qué tipo de incumplimiento es suficiente para constituir el hecho futuro e incierto del cual pende la condición. se ha fallado. en el evento de que el incumplimiento no sea imputable al deudor. La imputabilidad. Como es sabido. se persigue el objetivo de que el tribunal declare resuelto el contrato en razón de que el deudor no ha ejecutado la prestación debida. también. Por eso la tendencia generalizada en el derecho comparado es conceder la acción resolutoria únicamente cuando hay un incumplimiento sustancial o relevante. porque el deudor no le merece ya confianza. Generalmente. incluidos los perjuicios. 1489 no distingue.34 El art. Finalmente. puesto que el art. en primera instancia hasta la citación para oír sentencia. En Chile. Como es sabido. por tanto. es que la observancia de este requisito priva a la acción de resolución de una de sus razones de ser. sólo a principios de siglo la Corte de Apelaciones de Talca falló en este sentido. dado que procede únicamente en los contratos bilaterales. va envuelto en el propósito del acreedor no perseverar con el contrato. se generará un problema de riesgos. entonces. El vendedor que adelanta el pago. sólo este tipo de incumplimiento constituye el hecho futuro e incierto del cual pende la condición resolutoria tácita. faltando sólo una porción insignificante. siguiendo esta idea. como se ha dicho. Segundo Requisito: El Incumplimiento Debe ser Imputable al Deudor Este requisito dota a la condición resolutoria tácita del carácter de ser una norma de responsabilidad. 1526 n°6. esto es. Tercer Requisito: El Acreedor no Debe Estar en Mora No puede solicitar la resolución de un contrato quien no lo ha cumplido y no se allana a cumplirlo. Si el acreedor entabla la acción de ejecución forzada obtendrá lo que por medio del procedimiento de ejecución pueda percibir. o.

puede significarle un gasto importante de conservación y de bodega. al entenderse como una condición meramente potestativa (art. que pierde el derecho de exigir el cumplimiento de la obligación. 1826 y 1926. pues habla de “notablemente”..” El segundo de ellos. y teniendo en cuenta la especial lentitud de los procedimientos jurisdiccionales de nuestro país. mediante una cláusula de resolución ipso facto. por no pagarse el precio de la cosa. pero no lo es. contiene la idea de que el incumplimiento debe ser sustancial o relevante. plena eficacia a la convención. y en ambos casos con derecho para ser indemnizado de los perjuicios según las reglas generales. El pago en estas circunstancias pasa a ser.34 Por consiguiente. Sin embargo. etc. Así por ejemplo. desde el momento en que el derecho potestativo que confiere la cláusula persigue poner fin a la relación contractual en su integridad y no sólo a la obligación del deudor. 2.). De hecho. el cumplimiento de la obligación en esos términos puede no sólo no serle útil a éste. 1826 y 2009 (?). Vale decir. Ella podría cuestionarse. absolutamente inservible. Esta cláusula de resolución ipso facto suele ser poco conveniente para el acreedor. Otra posibilidad es alegar que un pago realizado en esas condiciones reviste el carácter de inoportuno. algunos fallos han reconocido plena validez al desistimiento del promitente comprador. como los arts. pues éste siempre puede pagar la obligación durante el transcurso del procedimiento judicial dándole. dan un plazo de pago para enervar la resolución. En nuestro Derecho. La cláusula de desistimiento puede cumplir un importante función económica.1. que trata de la condición resolutoria en el contrato de compraventa.). 1489 concede al acreedor la facultad de resolver el contrato cuando el deudor no ejecuta su obligación.C. Hay algunos arts. como en el contrato de compraventa. De alguna . puede ocurrir que el deudor ejecute la prestación debida.. En definitiva. El primero de ellos.478).879 del C. cuando recibía una oferta mejor por la cosa. por tal hecho. no obstante que la letra del art.)”. el deudor se encuentra en condiciones de enervar la acción de resolución pagando (por consignación) en las instancias señaladas. facultan al juez o al acreedor para dar un plazo al deudor..Cláusulas de resolución por incumplimiento: El art.. se observa que hay cláusulas que le son más convenientes (establecen resolución por la notificación que haga el acreedor al deudor. Convenciones sobre desistimiento y resolución 1. La Jurisprudencia reconoce validez a estas cláusulas. Ante esto.. en la práctica esa facultad está a disposición del deudor. por ejemplo. Una vía se solución de estos inconvenientes es la regulación de la condición resolutoria en el contrato. se refiere a la convención que establece expresamente que. Este concepto se ve plasmado de alguna forma en los arts. en tanto. dice textualmente que “Si el vendedor por hecho o culpa suya ha retardado la entrega. Del Código Civil que siguen este principio. la compraventa se resuelve ipso iure.. podrá el comprador a su arbitrio perseverar en el contrato o desistir de él.Cláusulas que otorgan el derecho a desistirse del contrato: No necesariamente se vinculan al incumplimiento por la otra parte o a algún evento específico En el Derecho Romano. tres años después de la época en que realmente le era útil al acreedor. en las fuentes de esta institución se puede encontrar la intención de que el efecto de resolución no quede en manos del deudor. que permitía al vendedor desistirse del contrato celebrado. dice expresamente que “Si por el retardo se disminuyere notablemente para el arrendatario la utilidad del contrato (. 1. Esta norma. entonces. o estableciendo una renuncia a la excepción de pago. había contratos en que se incluía esta facultad. de manera que no constituye la excepción que consagra el Código de Procedimiento Civil. sino que causarle no pocos gastos y perjuicios. podrá el arrendatario desistir del contrato(. por ese medio. además.

son de Derecho estricto y. que limita la inmediatez de los efectos de la cláusula de resolución ipso facto. esta resolución ipso facto se ha entendido en nuestro Derecho como excluyente de la acción de ejecución forzada. la subsistencia o resolución del contrato. que no produciría efecto sino después de 24 horas de haberse cumplido el plazo convenido. Las cláusulas de resolución. no debe ser ejercido ante un incumplimiento nimio). para hacer valer la resolución.Evitar que el deudor pueda enervar la acción resolutoria. ante una buena regulación convencional. como: . Frente a esta libertad para convenir cláusulas de resolución. . que la constata como un hecho anterior. lo que está en duda es si esta norma restrictiva de las cláusulas regulatorias de la resolución se aplica o no a la obligación del vendedor en la compraventa y a las obligaciones nacidas de otros contratos o si sólo se aplica al incumplimiento de la obligación del comprador de pagar el precio de la cosa.879.C.Sacar el incumplimiento del ámbito jurisdiccional. Por eso es que. además. El derecho a poner término unilateralmente al contrato tiene un límite. contar con el consentimiento del deudor. por medio del desistimiento del contrato. pero no puede actuar de hecho. con lo que se entrega al deudor el control de la existencia del contrato. el derecho que surge para el acreedor de dicha cláusula debe ser ejercido de buena fe (por ejemplo.Señalar qué tipo de incumplimiento constituye la condición resolutoria. o bien. pagando. hacerse justicia por sí mismo. cláusulas resolutorias. No ha sido claro cuál es el ámbito de aplicación del art. Pero. . . La respuesta es que sólo se aplica a la obligación de pagar el precio en una compraventa. ésta da lugar inmediatamente a la resolución.34 forma. 1. En definitiva. La regla general es que. la cláusula de resolución ipso facto otorga al deudor la facultad de decidir. cuando hay cláusula de resolución ipso facto. de manera de reconcerle existencia a un pacto comisorio simple (de efectos análogos a la condición resolutoria tácita) y a uno ipso facto. El nombre “pacto comisorio” debe utilizarse sólo respecto de la condición resolutoria que se refiere al incumplimiento de la obligación del comprador. operan. .. pero. debe acudirse a un tribunal. las que operan sin ninguna restricción legal. en cuanto dice relación con el derecho del deudor de pagar dentro de 24 horas desde el cumplimiento del plazo convenido para el pago. Parte de la Doctrina ha pretendido darle aplicación general a esta norma. de haber una cláusula de resolución ipso facto. según ha dicho la jurisprudencia comparada. el tribunal se limita a constatar ciertos hechos para fallar. Respecto de la obligación del vendedor y de obligaciones emanadas de contratos diversos de la compraventa. . Para ello hay razones históricas. surge el artículo 1. pues el acreedor tiene derecho a poner término al vínculo jurídico que lo une con el deudor. produciendo pleno efecto. según cumpla o no su obligación. las facultades de las partes son amplias y el conflicto siempre va a los tribunales. sencillamente.Convenir un plazo desde el requerimiento de pago para que el deudor pague o acordar que la resolución sólo tiene lugar luego de una cierta notificación.879 del C. En fin. Las partes pueden celebrar gran variedad de pactos relativos a la resolución del contrato.Muchos otros.

se altera la plena efectividad de las condiciones resolutorias. la que debe ser probada. letra a). están las que permiten modificar los efectos del contrato o poner término a él unilateralmente. En general. respecto de los bienes muebles. En el Derecho del Consumidor. las normas restitutorias de la resolución son benignas para el deudor.C. Además. en virtud de la resolución de un contrato. que hay acción contra los terceros de mala fe. ellas se restituyen en el estado en que se encuentren. señala como causal de resolución sólo el no pago de las rentas y el art. las mejoras y deterioros recaen en el acreedor y los frutos son del deudor.C.487 El primer efecto de la resolución es dar lugar a obligaciones restitutorias de lo recibido en virtud del contrato. lo que se ve compensado por el hecho de proceder acción indemnizatoria en su contra.1.C.496 establece. que. 1. al poner término al contrato. como ocurre con los automóviles o los valores. vale decir. también otorga acción contra terceros de mala fe. el art. por razones relacionadas con el enriquecimiento sin causa. La hay cuando la condición resolutoria consta en la escritura pública que contiene el título de dominio (usualmente.490 del C. Las mejoras y deterioros recaen en el acreedor. El art. 1.491 del C. señala que el empleador.34 Existe. debe indemnizar al trabajador despedido. El hecho de que haya un saldo pendiente que consta en el título (por ejemplo.16. pero delimita el concepto de mala fe. Resolución y nulidad Todos los tipos de resolución producen los mismos efectos y e desistimiento produce efectos análogos. Se trata de normas contenidas en los llamados “estatutos de protección”. Si se trata de otras cosas (art.). a menos que los muebles de que se trate estén sometidos a un régimen registral. en el Dereho del Trabajo. el Derecho del Consumidor y las normas sobre arrendamiento.. a menos que los deterioros se hayan producido por culpa del deudor. La prueba de la mala fe del tercero subadquirente de bienes muebles es extremadamente difícil.C. dispone que el derecho de terminar con el arrendamiento surge para el arrendador sólo cuando el arrendatario esté en mora de un período entero en el pago de la renta.490 y 1. a pesar de que se puede resolver el arrendamiento en virtud de cláusula de resolución ipso facto. la Ley 19.486 del C. otro límite para el derecho en cuestión. escritura de compraventa) o en el Conservador de Bienes Raíces. la restitución está sujeta a los plazos que establecen los artículos 3° y 4° de la Ley 18. en su artículo 160.491 del C. entre las condiciones generales de contratación que no producen efecto. 10 de la Ley 18.977 del C. En materia de arrendamiento. La acción resolutoria es personal. Así. aún sin pacto. los que se tratan en el título de las condiciones del Libro IV del C. ¿ Qué pasa si el poseedor bajo condición resolutoria vende la cosa a tercero? ¿Hay acción contra éste? En virtud de los arts. éste debe ser restituido reajustado. además. En cuanto al dinero. 1.C. en los arts. es decir. Por ejemplo. señala. 1. el Código del Trabajo. Las normas que regulan las restituciones surgidas de la resolución de un contrato se diferencian en ciertos aspectos de las que se refieren a las propias de la reivindicación.C. en el art. de bienes inmuebles. caso en que éste es obligado al precio y a indemnizar los perjuicios irrogados al acreedor. sólo hay acción reivindicatoria contra el tercero de mala fe. la . 1.486 y 1.101. en el caso de la resolución. En cuanto a la restitución. el art. Ésta incluye el lucro cesante y en él se incluyen los frutos de la cosa que se restituye. a menos que favorezcan al comprador. De esta forma.101. contra el tercero que sabía o debía saber acerca de la condición resolutoria.

QUE SE DIRIGE CONTRA DE QUIEN ESTÉ EN QUE LA DIRIGE EL ACREEDOR CONTRA SU CONTRAPARTE . CUANDO UN SINO EN EL PLAZO DE CINCO AÑOS. El tercero que adquiere en estas circunstancias está de mala fe. SI SON ES DIVISIBLE. establece reglas especiales para determinar cuando la resolución de la donación produce efectos contra terceros poseedores. PORQUE NUNCA PODRÁ SER EJECUTIVA. La condición resolutoria sólo da lugar a restitución de la cosa y no de sus frutos y no afecta a terceros a menos que estén de mala fe. 2517). REGLA DEL ART.34 compra de una casa en cuotas) implica que consta la condición resolutoria en el título.C. POSESIÓN DE LA COSA Prescripción PRESCRIBE SIEMPRE EXTINTIVAMENTE NO QUE PRESCRIBE LO HACE EXTINTIVAMENTE. por ejemplo) no cabe restituir nada en virtud de la terminación del contrato. TERCERO ADQUIERE EL DOMINIO DEL BIEN POR PRESCRIPCIÓN ADQUISITIVA (ART. Divisibilidad acción de la LA ACCIÓN ES INDIVISIBLE.432 del C. El art. Se trata de un concepto particular de ella. POR LOS SUCESORES A . CUMPLIDA LA CONDICIÓN. En principio. según se ha fallado. La cláusula compromisoria y la cláusula penal son cláusulas que no se extinguen con la resolución del contrato. EN EL SENTIDO DE QUE SE MUCHOS LOS ACREEDORES . como el art. Transmisibilidad transferibilidad de acción y LA ACCIÓN PUEDE SER INTENTADA ADEMÁS la TÍTULO SINGULAR O UNIVERSAL DE ÉSTE. si las partes han entendido que el beneficio del contrato se obtiene en cada prestación (cada mes. 706 (buena fe como requisito para la posesión de buena fe). PUEDE REIVINDICAR UNA CUOTA POR ANALOGÍA DEBE ENTENDERSE QUE SE APLICA LA 1526 N°6. PUES EN REALIDAD NO ESTAMOS FRENTE A UNA OBLIGACIÓN ALTERNATIVA. DEL TITULAR..C. 1. Paralelo entre la Acción Resolutoria y la Acción Reivindicatoria ACCIÓN RESOLUTORIA Tipos de acción SE TRATA DE UNA ACCIÓN PERSONAL ACCIÓN REIVINDICATORIA ES EN UNA ACCIÓN REAL. La doctrina francesa estima que. La mala fe a que hace referencia este artículo es distinta a la que mencionan otros artículos del C. Resolución en contratos de tracto sucesivo La resolución aquí se llama terminación y no da lugar a restituciones de lo que las partes se hayan entregado a causa del contrato. TENDRÁN QUE OPTAR DE CONSUNO O POR LA RESOLUCIÓN O POR LA EJECUCIÓN FORZADA. la cláusula penal es acumulable a la resolución. por lo que se puede destruir la frecuente idea de que la resolución produce efectos retroactivamente.

34 PARALELO
ENTRE LA

ACCIÓN RESOLUTORIA

Y LA

NULIDAD
NULIDAD

ACCIÓN RESOLUTORIA Tipo de acción AMBAS ACCIONES SON PERSONALES.

Propósito de la acción AMBAS ACCIONES TIENEN POR FINALIDAD ACABAR CON LOS EFECTOS DEL CONTRATO. Presupuestos de procedencia de la SUPONE EL CUMPLIMIENTO DE UNA SUPONE UN VICIO DE NULIDAD, SEA QUE acción CONDICIÓN, QUE PENDE DEL HECHO CAUSE NULIDAD ABSOLUTA O RELATIVA.
FUTURO E INCIERTO CONSISTENTE EN NO CUMPLIRSE POR UNO DE LOS CONTRATANTES LO PACTADO.

Prescripción de la acción y/o PRESCRIBE SIEMPRE EXTINTIVAMENTE LA ACCIÓN Y EXCEPCIÓN DE NULIDAD excepción. EN EL PLAZO DE CINCO AÑOS, PORQUE ABSOLUTA PRESCRIBEN EN 10 AÑOS NUNCA PODRÁ SER EJECUTIVA. EL PLAZO (ART. 1683). LA ACCIÓN Y EXCEPCIÓN SE CUENTA DESDE QUE LA OBLIGACIÓN DE NULIDAD RELATIVA PRESCRIBEN EN 4 SE HACE EXIGIBLE (ARTS. 2514 Y AÑOS (ART. 1691). EN GENERAL, EL 2515). PLAZO SE CUENTA DESDE LA CELEBRACIÓN DEL ACTO. Procedencia de la acción PROCEDERÁ LA ACCIÓN REIVINDICATORIA SIEMPRE PROCEDERÁ ACCIÓN reivindicatoria una vez acogida la DEPENDIENDO DE SI EL TERCERO SE REIVINDICATORIA CONTRA TERCEROS. acción resolutoria. ENCONTRABA DE BUENA O MALA FE (ARTS. 1490 Y 1491). EFECTOS DE LA ACCIÓN NO SE HACE DISTINCIÓN ENTRE LA SE HACE DISTINGO ENTRE LA BUENA O REIVINDICATORIA ACOGIDA. BUENA O MALA FE DEL DEUDOR: MALA FE DEL POSEEDOR VENCIDO: MEJORAS: APROVECHAN AL ACREEDOR, MEJORAS: LAS NECESARIAS DEBEN SEAN NECESARIAS, ÚTILES O RESTITUIRSE A AMBOS POSEEDORES . VOLUPTUARIAS (ART. 1486). EN CUANTO A LAS ÚTILES, EL
REIVINDICANTE DEBE ABONAR AL POSEEDOR DE BUENA FE EL COSTO QUE LE SIGNIFICARON O EL MAYOR VALOR DE LA COSA

EL

POSEEDOR

DE MALA FE, EN TANTO, NO TIENE DERECHO RESTITUIDAS ÚLTIMO, A QUE LE SEAN

(ART. 910). POR
RESPECTO LOS DE LAS POSEEDORES

VOLUPTUARIAS,

VENCIDOS SÓLO TIENEN DERECHO A LLEVARSE LOS MATERIALES.

DETERIOROS: EL
FE DEBE CUANTO

POSEEDOR DE BUENA SÓLO EN SIDO

ABONARLOS LE

HUBIEREN

DETERIOROS:
QUE

LOS

DETERIOROS

PROVECHOSOS .

EL

DE MALA FE,

PERJUDICAN AL ACREEDOR , SALVO PROVENGAN DEL HECHO O CULPA DEL DEUDOR (ART.

POR SU PARTE, SÓLO SI PROVIENEN DE SU HECHO O CULPA (ART.

906).

1486).

FRUTOS: EL POSEEDOR
DE LA DEMANDA. TANTO,

DE BUENA FE NO

DEBE LOS FRUTOS PERCIBIDOS ANTES CONTESTACIÓN DE LA

FRUTOS:

EL

DEUDOR SALVO

NO

DEBE

LOS EN

EL

DE MALA FE, EN NO SÓLO LOS

FRUTOS,

PACTO

DEBE

CONTRARIO (ART.

1488).

PERCIBIDOS , SINO TAMBIÉN LOS QUE HUBIERE PODIDO PERCIBIR EL DUEÑO CON MEDIANA DILIGENCIA

(ART.

907).

34
TEORÍA DE LOS RIESGOS Dentro de la doctrina de contratos es esencial el concepto de riesgos. En cierto sentido, los contratos son una vía por medio de la cual los particulares arbitran riesgos, los adjudican. Lo anterior, especialmente en aquellos contratos supeditados al paso del tiempo para su ejecución. El acreedor suele descargar un riesgo en el deudor, quien lo asume en la expectativa de recibir algo a cambio. Esta es la lógica económica del concepto de los riesgos asociado a los contratos. El concepto jurídico de riesgos, por su parte, difiere de manera sustancial del anterior, ya que mira a responder la interrogante de qué sucede en un contrato bilateral con la obligación de uno de los contratantes cuando la del otro se ha hecho imposible por una causa que no le es imputable. De lo dicho se desprende que los requisitos para que se pueda hablar del tema de los riesgos son los siguientes: 1.- Que la obligación emane de un contrato bilateral. De lo contrario existiría una obligación que se extinguiría, sin que existiese otra por subsistir. 2.- Que la obligación se haya hecho imposible. Por lo tanto, no basta la acreditación de un mayor costo, caso en que a lo sumo se plantea un problema e imprevisión. 3.- Que no se trate de una obligación de género. En éstas es incompatible hablar de riesgos, pues es asimismo incompatible hablar de imposibilidad. El tema de los riesgos sólo se plantea en términos económicos. 4.- Que la imposibilidad sea inimputable al deudor, porque o si no se plantea un problema de responsabilidad. En este caso el acreedor dispondrá de la acción resolutoria y de la indemnizatoria. Una vez comprobados estas exigencias, para resolver el problema de los riesgos existen tres vías posibles: 1.- Una primera es adjudicar los riesgos al acreedor, caso en el cual éste tendrá que pagar sin recibir nada a cambio. 2.- Una segunda es asignarlos al deudor, de manera que su obligación se extinga pero sin que reciba nada a cambio. 3.- Una tercera es que el deudor asuma el riesgo cumpliendo igualmente su obligación, caso en el cual el deudor estaría, propiamente hablando, comprometido a una obligación de garantía. DERECHO CHILENO En el derecho chileno existe una norma general que se refiere al tema. Se trata del art. 1550, según el cual el riesgo del cuerpo cierto cuya entrega se deba, es siempre a cargo del acreedor. Por consiguiente, sin ejecutar prestación alguna el deudor recibe la contraprestación, que consiste, en el común de los casos, en el precio. El art. 1550 no absorbe los principios económicos relativos a los riesgos. Según éstos, los incentivos hay que darlos a quienes tienen el control de los acontecimientos, vale decir, a quienes han sido descargados los riesgos. Por eso, hoy la tendencia es a poner los riesgos a cargo del deudor.

34
Dos razones históricas explican esta norma. La primera se remonta al derecho romano. En aquel entonces, las obligaciones emanadas de los que hoy llamamos contratos bilaterales eran consideradas absolutamente inconexas unas de otras. La obligación de entregar la cosa era, entonces, absolutamente independiente de la de pagar el precio. En este contexto, se consideraba que los riesgos debían ser de cargo del acreedor. La segunda razón hace referencia al derecho francés, que recogió el clásico principio de que las cosas perecen para su dueño. Como es sabido, ese sistema jurídico unificó en un mismo acto el título y la tradición. Por consiguiente, celebrado que sea un contrato que da origen a un título traslaticio de dominio, se verifica en ese mismo instante y por él mismo la transferencia del dominio. Así las cosas –tomando en cuenta que las cosas perecen para su dueño-, resulta absolutamente lógico que el acreedor sea quien debe soportar los riesgos. Él es dueño de la cosa desde el instante inmediatamente posterior a la celebración del contrato. Sin embargo, el problema es que en Chile lo anterior no es así. El señor Bello, con todo, no fue capaz de advertirlo, y reprodujo casi literalmente en nuestro Código Civil la norma equivalente en el Código Civil francés. Hay razones, no obstante, para afirmar que el principio que rige las obligaciones de hacer, de no hacer, y de entregar, es precisamente el inverso, es decir, que el riesgo es del deudor. Desde luego, el problema de los riesgos se plantea en la eventualidad que las partes no lo hayan resuelto en el contrato. Bajo este supuesto, la naturaleza de la obligación es un elemento que puede resultar ilustrativo al momento de interpretar e integrar el contrato. Considerando, entonces, que nadie puede obligarse con la expectativa razonable de recibir algo a cambio sin ejecutar él mismo, a su vez, una contraprestación, puede concluirse que, precisamente por el hecho de existir una fuerte interdependencia entre las obligaciones, va en la naturaleza de la relación bilateral el que el riesgo sea del deudor. Este es el criterio que sigue la norma del art. 1552, que contiene la excepción de contrato no cumplido. Al suponer que mientras una parte no cumpla o no se allane cumplir la otra no está en mora, está diciendo que el riesgo es del deudor, ya que mientras éste no cumpla su obligación, no podrá exigir la contraprestación. Además, existen dos normas generales que apoyan la idea que se viene expresando. Una primera es art. 1950 n°1, según el cual el arrendamiento termina, especialmente, por la destrucción de la cosa Si ésta no ha podido entregarse antes de comenzar la ejecución del contrato, se extingue la obligación del deudor sin que el acreedor deba entregar nada a cambio. Se dan, por tanto, los supuestos necesarios para que se pueda afirmar que el riesgo es del deudor. La segunda norma es la del art. 2000 (en relación con el art. 1996),11 que se refiere a los contratos de confección de obra material. De acuerdo con ella, en el evento que el principal haya proporcionado los materiales, incluso si la cosa no ha perecido por culpa del artífice (el encargado de confeccionar la obra), es decir, aunque la cosa haya perecido por caso fortuito, éste no tiene derecho a exigir el pago mientras la obra no sea reconocida o aprobada. El riesgo es, por tanto, del artífice, esto es, del deudor, pues en tal evento se extingue su obligación, mas no recibe nada a cambio.

Según el art. 1996, si el artífice proporciona los materiales, el contrato es de venta; pero, si la materia es proporcionada por el principal o, lo que es lo mismo, por quien encarga la obra, el contrato es de arrendamiento.
1 11

llevan implícito un elemento económico de riesgo. se ha dicho que no es la mera reciprocidad lo que más caracteriza a los contratos bilaterales. CONTRATOS SINALAGMÁTICOS IMPERFECTOS Los contratos sinalagmáticos son aquellos que en su origen son unilaterales. pero que con posterioridad devienen en bilaterales. pues surge la duda de si subsiste o no la obligación del acreedor. el riesgo lo asume generalmente el deudor. Respecto de este tipo de contratos. es decir. la acción resolutoria es una acción de responsabilidad. no se presenta en los contratos sinalagmáticos imperfectos. por otro lado. quien se obliga. IMPREVISIÓN Los contratos onerosos. 1550). por ejemplo. aunque sea en razón de un hecho que no le es imputable. de manera que éste no puede exigir el cumplimiento de la obligación del acreedor si no ha cumplido a su vez. deben regirse por las reglas de la restitución. cuando la obligación del deudor se ha hecho imposible por una causa que no le es imputable. en la medida que se prolongan en el tiempo. referentes. Lo anterior no obsta a que se generen obligaciones restitutorias. sino que es la interdependencia existente entre las obligaciones del acreedor y del deudor. Los más típicos son el comodato. esto es.34 En conclusión. cuando nace para el acreedor la obligación de restituir generalmente una cantidad de dinero. sólo por excepción se aplica la regla inversa en las obligaciones de dar (ni siquiera respecto de las de entregar). El tiempo siempre implica riesgos. el deudor puede demandar el cumplimiento de la obligación. a falta de regla expresa. En efecto. asegurar ciertas posiciones a los contratantes. etc. en tanto. Cuando está de por medio el tiempo.. en virtud de la aplicación del principio de la reciprocidad. el problema de los riesgos se presenta cuando perece la cosa. PARALELO ENTRE RIESGOS Y RESOLUCIÓN La diferencia entre existente entre una situación de riesgos y la resolución de un contrato. se introducen precisamente cuando el deudor no es responsable. Por el contrario. los contratos buscan arbitrarlos. Lo dicho queda de manifiesto en que cuando se está frente a una situación de riesgos. es la imputabilidad. Esta interdependencia. no es procedente una acción indemnizatoria. un contrato que pudo ser . los riesgos. como en todo el derecho comparado. cuando el riesgo es del acreedor (art. se puede afirmar que en el derecho chileno. Una parte de la doctrina ha señalado que deben aplicarse las mismas reglas que rigen los contratos bilaterales. Pero. el riesgo es del deudor. Por eso. todas las que. a la entrega de la cosa. se complementan. sin embargo. Por consiguiente. el depósito y la prenda. porque aquél tiene la obligación de ejecutar su prestación aun cuando no reciba la del deudor a cambio. es decir. hay buenas razones para pensar que estos contratos se rigen por las reglas de los contratos unilaterales. Por consiguiente. En los contratos a futuro. los frutos. PARALELO ENTRE LOS RIESGOS Y LA EXCEPCIÓN DE CONTRATO NO CUMPLIDO Cuando el riesgo es del deudor.

A partir de unas reglas del Digesto. estos acontecimientos futuros que alteran la naturaleza económica del contrato lo pueden hacer de dos maneras: 1. radica en que en esta última la desadecuación se produce al momento de contratar. a conceder a las partes la posibilidad de evaluar el futuro autorresponsablermente. Debido a esto. el problema de la desadecuación entre lo previsto y lo efectivamente sucedido es siempre una posibilidad que los contratantes deben tener presente.Una segunda es alterando radicalmente la economía natural del contrato.34 concebido como conmutativo. pero o se ha perdido su fin. el segundo. que se hace posible y deseable su revisión. ellos derivaron el principio “Rebus sic Stantidus”. una condición implícita que cumplida. o se ha hecho extremadamente gravosa. en general reconoce dos principios que pugnan con la cláusula “Rebus sic Stantidus”: 1.El principio de autorresponsanbilidad. En todo contrato existiría. consiste en elucidar si bajo ciertas circunstancias es aceptable o no la revisión. por otra. bajo ciertas circunstancias.. pueden sobrevenir acontecimientos que alteran de tal manera la naturaleza económica de la convención. en este sentido. Por los motivos anteriores. Por lo tanto. en tanto que en la primera con posterioridad. durante la ejecución del contrato. de acuerdo con el cual un contrato se construye sobre la base de que las circunstancias en que se celebró no variarán de manera sustancial durante el desarrollo del mismo. y. No obstante. implica definir cuáles son las exigencias y requisitos que habrán de observarse en tal proceso. Por otro lado. se sostiene que esa cláusula es atentatoria contra la seguridad. En este sentido. ya que los fines subjetivos que hayan tenido las partes para contratar son irrelevantes para el derecho.. que desaparece el elemento conmutatividad.El futuro. toda vez que acaba con la certeza de que las relaciones contractuales se cumplen salvo que devengan en imposibles. La modernidad. adquiere inevitablemente caracteres de aleatorio. es previsible.. La diferencia. en términos tales. Esta idea resultó por completo extraña al espíritu racionalista de la Codificación. debe formar parte del consentimiento. casi ningún Código Moderno reconoce esta condición . Este fin. el problema se presenta en dos niveles: el primero.Una primera es afectándolo hasta tal punto en que desaparece el fin para el cual fue convenido. en la afirmativa del anterior. pues la prestación sigue siendo posible. sin embargo.. obviamente. Es preciso dejar en claro que la imprevisión no se plantea como un problema de imposibilidad. En general. desde el punto de vista económico. en el terreno de la imprevisión siempre es procedente la acción de ejecución forzada. la imprevisión guarda una analogía con la lesión enorme. 2. Además. daría término a la relación contractual. DERECHO COMPARADO El problema de la imprevisión se plantea por vez primera en la época de los glosadores medievales canonistas. que por una parte tiende a limitar el poder de los jueces y. La prestación es aún posible. 2.

Así. pero también a aceptarla en casos muy calificados. 3.La existencia de una regla de revisión tiene el efecto de no incentivar a las partes para regular exhaustivamente sus relaciones. deben ser atribuidos en el contrato anticipando el futuro. a partir de entonces esta institución comienza a perder su esencia: el valor de la promesa. debe entenderse que los riesgos son del deudor. particularmente en relación con los riesgos y el valor que se le asigna a la promesa. El deudor.. dependen en gran medida del concepto de contrato que se tenga. El antecedente de esta postura tan rígida tiene raigambres políticas más que jurídicas. 2. este principio pasa a ser de interés público. además. el valor de las prestaciones (asumir un riesgo tiene un valor). el acreedor paga una prima por el derecho a optar en el futuro. 1 12 . sin contrapeso alguno. El principio pacta sunt servanda rige. asimismo. En este tipo de contratos. Se puede afirmar que la razón de esta posición está dada por el Tratado Versalles. Algo similar puede decirse respecto de Chile. por lo que si las partes no regulan los imprevistos. pues en tal caso. resulta injusto juzgar la situación después de acaecido un hecho determinado.. propugnaron la intangibilidad de las convenciones. una vez que el juez revisa y modifica un contrato. Por eso. el acreedor no ejerza ese derecho. En resumidas cuentas. en verdad.. ya que nuestro país ha defendido reuteradamente en materia internacional el principio pacta sunt servanda en su máxima espresión.Los riesgos.El principio pacta sunt servanda postula que una vez admitida la revisión del contrato. desaparece todo riesgo. 4. Una autor francés señala. Por el contrario.de que. también es por completo excepcional. en Italia también es aceptada la revisión de los contratos. RAZONES EN TORNO A LA IMPREVISIÓN Las diversas posturas en torno al tema de la revisión del contrato por causas sobrevinientes. asume el riesgo –a cambio de la prima. El aparato estatal cede frente a la voluntad de los particulares. El contrato es una forma descentralizada de crear relaciones jurídicas. en Francia no se admite por ningún motivo la revisión de los contratos. ese principio se ve vulnerado. Por ejemplo. en Alemania se ha sostenido la doctrina contraria.34 “Rebus sic Stantidus”. en este sentido. COSTOS PELIGROS ACEPTAR REVISIÓN Y DE LA 1. la tendencia actual es a mirar la revisión con reticencia. Por ello. Esto se puede apreciar mediante una vista general a las distintas posiciones que han adoptado los diferentes sistemas jurídicos. atendidas las circunstancias. Por último. algo por supuesto inaceptable. en el contrato de opción queda de manifiesto el valor que tiene el futuro. 12 En Inglaterra. de conformidad con la cual una vez que varían sustancialmente las condiciones bajo las cuales se celebró el contrato. por lo que cuando se solicita y concede la revisión. los franceses. Esta característica define. en tanto. En resumen. que contratar es prever. Se agrega que el contrato es eficaz en la medida que no es revisable.. en el fondo.Se dice que las partes son las que convienen los contratos. éste debe desaparecer. el juez se subroga en la voluntad de éstas. empeñados en defender un determinados orden de cosas que se apoyaba en gran medida en ese tratadado. en consecuencia. De este modo. y el consentimiento de las partes.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful