P. 1
Filosofia I.pdf

Filosofia I.pdf

|Views: 31|Likes:
Published by ALILÜ

More info:

Published by: ALILÜ on Feb 11, 2013
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

10/13/2014

pdf

text

original

La grandiosa concepción aristotélica de la ciencia culmina con el planteo que se
puede llamar “visión integradora del saber”. En estricta verdad esta expresión no
significa otra cosa que un muestreo ordenado a verificar la conformación de la racio-

137

nalidad natural del hombre, según el legado doctrinario del Estagirita, durante el
despliegue histórico-genético del saber.

Este tema no tenía mayor urgencia en la “Etapa Presocrática”, porque no había otro
saber científico que la “sofía”, descubierta por Tales. Pero la cuestión adquiere reso-
nancia a partir de la “Etapa Socrática” cuando Atenas asiste a un movimiento muy
basto de floración de ciencias nuevas, como la Etica, la Política, la Psicología, la
Física, la Poética, etc.

Afortunadamente Aristóteles ha estado a gran distancia del proceso de desmembración
del saber que la humanidad ha vivido en los albores de la Edad Moderna, en el marco
del “Renacimiento Común Europeo”. Porque es un hecho que hacia mediados del siglo
15 se produce una violenta constitución de Ciencias Particulares, bajo la inspiración
del postulado renacentista de que “todo lo que se distingue se separa”. Así, al desgajar-
se el árbol del saber se establece una Etica puramente Etica, en forma paralela a una
Política puramente Política, a una Economía puramente Económica, etc. Hoy se sabe
que la reacción a ese proceso disgregador del espíritu científico ha sido la Enciclope-
dia. Sin embargo, nada ha tenido que ver esa simple unidad formal de la compilación
enciclopédica con la integración o suma del saber propuesto por el genio de Aristóteles.

Efectivamente: para este talentoso pensador las ciencias que integran el elenco de
las “filosofías segundas” son solamente visiones parciales o particulares que se unifi-
can o integran en la visión prácticamente planetaria de la “filosofía Primera”. Entre una
ciencia y otra no media una distinción de especie, sino simplemente de grados super-
puestos. Todo el saber ostenta el sello de garantía de la actitud interrogativa del hombre
que indaga las causas de las cosas. Estas pueden ser inmediatas o últimas y, según
ello, pueden brindar una perspectiva parcial o total, que son los pivotes que sostienen
los dos grados existentes del saber científico.

Para Aristóteles, en suma, la racionalidad humana despierta en la línea del saber
con la expresión primaria y elemental del testimonio sensible que se ha dado en llamar
“Modo de Saber Vulgar”. Por una inercia del conocimiento mismo la humanidad pasa,
de hecho e históricamente, al dominio de un saber nuevo conocido con la denominación
de “Modo de Saber Mítico”. Pero la inteligencia, como obrera insaciable del saber, no
descansa y abre grandiosas perspectivas nuevas que conducen, finalmente, a la apari-
ción del “Modo de Saber Científico”.

En poco tiempo, la fertilidad de la investigación causal abre los grados fecundos de
la Ciencia y de la Filosofía, pero constituidas en un plano inalterable de unidad: Res-
puesta inteligente del hombre frente a las cosas.

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->