Julio Verne para niños

A

lgunas veces se ha reprochado a mis libros

incitar a los jóvenes a dejar el hogar para recorrer el mundo. Esto nunca sucedió, de ello estoy seguro. Pero si algunos niños llegasen a lanzarse en aventuras tales, ¡que tomen ejemplo en los héroes de los Viajes extraordinarios, y estarán seguros de llegar a buen puerto!”
Julio Verne Recuerdos de infancia y juventud Cahiers de l’Herne. Jules Verne. París, 1974, p. 61

Dirección General de Bibliotecas Dirección General de Vinculación Cultural y Ciudadanización Alas y raíces a los niños

Liberté

Égalité Fraternité

R ÉPUBLIQUE F RANÇAISE
AMBASSADE DE FRANCE AU MEXIQUE

HISTORIAS Y AVENTURAS EXTRAORDINARIAS:

Julio Verne para niños

Historias y aventuras extraordinarias:

JESSICA DE JESÚS TOVAR LEAL (7 AÑOS), CELAYA, GUANAJUATO.

Julio Verne
para niños

Historias y aventuras extraordinarias:

NAJU ATO . SALA MAN CA, GUA TOLE RO (7 AÑO S), CIBE LES TOR RES TOR

Historias y aventuras extraordinarias:

Julio Verne para niños
MARÍA ISABEL CARMONA ORTA (6 AÑOS), GUADALAJARA, JALISCO.

KARLA PAOLA DE LOERA VÁZQUEZ (6 AÑOS), ZACATECAS, ZAC.

Dirección General de Bibliotecas Dirección General de Vinculación Cultural y Ciudadanización Alas y raíces a los niños

Liberté

Égalité Fraternité

R ÉPUBLIQUE F RANÇAISE
AMBASSADE DE FRANCE AU MEXIQUE

AÑ 1 (1 . A .P I LV S . L S Í, ES OS UC T CR PO R UIS A PIL N L SA

O

S)

,

Índice

LUMI ZAYI PÉREZ OCOMATL (10 AÑOS), STA. ANA NOPALUCAN, TLAXCALA.

ALEJANDRO GONZÁLEZ COLÍN (8 AÑOS), GUADALAJARA, JALISCO.

Primera edición 2004 D.R. © Consejo Nacional para la Cultura y las Artes Dirección General de Bibliotecas Tolsá núm. 6, Centro, C.P. 04060, México, D.F. Dirección General de Vinculación Cultural y Ciudadanización Dirección de Desarrollo Cultural Infantil Av. Revolución 1877, San Ángel, C.P. 01000, México, D.F. ISBN 970-35-0550-3 D.R. © Embajada de Francia CCC-IFAL Río Nazas 43, colonia Cuauhtémoc, México, D.F., C.P. 06500

009... Presentación 013... Cinco semanas en globo 031... Viaje al centro de la tierra 045... De la tierra a la luna 057... Veinte mil leguas de viaje submarino 073... La vuelta al mundo en 80 días 087... La isla misteriosa 097... Un capitán de quince años
105... El castillo de los Cárpatos 110... Identificación de imágenes

DAVID ANTONIO CASTAÑEDA (8 AÑOS), MÉXICO, D.F., (AZCAPOTZALCO).

Presentación

SABRINA TORRES TORTOLERO (8 AÑOS), SALAMANCA, GUANAJUATO.

aron en una casa donde siempre había libros, cuentos y conversaciones. Entre sus lecturas favoritas estaba El Robinson suizo de Rodolphe Wyss. Cuando tenía 11 años de edad, aún no conocía el mar, necesidad de navegar lo devoraba, entonces, escapó de su casa con el propósito de ser marinero, pero pronto tuvo que regresar y dedicarse a estudiar, entre constantes enfrentamientos con su padre. Cuando iba a cumplir 20 años se fue a vivir a París, donde comenzó a estudiar Leyes y conoció a escritores como Victor Hugo, Eugenio Sue y Alejandro Dumas, con quien trabajó como asistente. Su contacto con estos autores le permitió adentrarse en el arte teatral, de manera que sus publicaciones iniciales fueron obras para teatro y operetas. Durante estos primeros años de estudiante en la capital francesa, Julio Verne,
HERNÁN MANZANO MONTANO (8 AÑOS), XALAPA, VERACRUZ.

J

ulio Verne nació el 8 de febrero de 1828 en Nantes, Francia, una ciudad a la orilla del río Loira con una gran actividad comercial, que la hacía lugar de paso de innumerables viajeros. Era hijo de Pierre Verne y de Sophie Allotte, quienes lo cri-

pero ya había visto tantas embarcaciones y tanta vida en el río, que la

CUAUHTÉMOC RODOLFO SOTO CAMPOS (7 AÑOS), CULIACÁN, SINALOA.

JESÚS GABRIELLE RAMÍREZ ZAMBRANO (7 AÑOS), PUEBLA, PUEBLA.

Como resultado de la convocatoria lanzada por la Dirección General de Bibliotecas y el Programa Alas y Raíces a los Niños —en colaboración con la Embajada y la Casa de Francia en México— para el concurso de dibujo infantil “Descubramos Julio Verne para Niños” recibimos en total 631 dibujos de 24 entidades del país. SAN LUIS POTOSÍ. a lo largo de dos décadas. Francia) celebramos la vitalidad. existen ediciones de ellas en más de cien lenguas distintas.P. cuando Verne tenía 35 años de edad. Por ello. la electricidad. SAN LUIS POTOSÍ. Verne publicó más de 60 novelas. el teléfono y el fonógrafo. a pesar de eso. Luego. Las novelas de Julio Verne se cuentan entre las más traducidas del mundo. Él decía que le había tocado ser parte de una generación que vivió entre las ideas de dos genios: Stevenson y Edison. Julio Verne vivió el surgimiento de tecnología muy útil como los barcos de vapor. (11 AÑOS). POT O SÍ . . que fue publicada en 1863. Este libro es una invitación a leer y disfrutar de las aventuras e historias extraordinarias creadas por un escritor. EVA OTERO ÁNGELES (12 AÑOS). Durante once años. obra sobre los avances científicos y tecnológicos conocidos hasta entonces. ofreció a los lectores numerosas aventuras. por entregas. pero. (11 AÑOS). y a los adultos que los guiaron desde y hacia la lectura y la ilustración. se daba tiempo para apartarse de las exigencias laborales cotidianas y encerrarse en la Biblioteca Nacional a leer. entre 1851 y 1862 escribió varias novelas. cuya fascinación por la naturaleza y el conocimiento científico. en un espacio que bajo el título de los “Viajes extraordinarios”. r MARÍA DEL ROSARIO CRISPÍN SÚCHIL. S. S AN S ). en el marco de la conmemoración del centenario de la muerte de Julio Verne (ocurrida el 24 de marzo de 1905 en Amiens. Hetzel. con lo que al paso de los años han sido disfrutadas por muchas generaciones de jóvenes lectores en diferentes países. las aventuras y magníficas descripciones logradas por este autor han formado parte de las lecturas clásicas juveniles. LUI S En México. (1 AÑ O 11 NANCY PALOMA CORRO RAMÍREZ (6 AÑOS). Un Comité de Evaluación hizo la selección de los que podrían incluirse en el libro y finalmente. la instalación de vías férreas para los ferrocarriles. orientado por su amigo el editor Jules. SAN LUIS POTOSÍ. y han estado presentes en el acervo de las bibliotecas públicas en nuestro país.MARÍA DEL ROSARIO CRISPÍN SÚCHIL. la intensidad y universalidad de su obra. nos hace recuperar el asombro ante los alcances de la realidad y de la ficción. MA RÍA DE L R A OS RIO CR I SP ÍN C SÚ HI L 1 . la primera de ellas fue Los primeros navíos mexicanos. el telégrafo. incluido el Distrito Federal. PUEBLA.L. en una publicación llamada Revista de Educación y recreación. A todos los niños que asistieron a las actividades organizadas en las bibliotecas públicas en torno a la obra de Verne . daba clases de Derecho y al mismo tiempo formaba parte de un bufete. y tuvo tanto éxito que Hetzel le ofreció firmar un contrato que le garantizaría recibir una buena cantidad anual a cambio de escribir y publicar dos novelas cada año. por capítulos. que se publicaron. en una revista llamada El museo de las familias. Este trato fue cumplido y durante los siguientes 40 años. logró su primer libro: era la novela Cinco semanas en globo. con este libro totalmente ilustrado por niños mexicanos. trabajaba muy duro para poder sostenerse. luego de un proceso de decisión difícil por la abundancia y calidad de los trabajos y la limitante del formato de la edición. están participando los creados por 92 niños de 21 estados distintos. desde finales del siglo XIX en que se publicaron traducciones como parte de algunos semanarios y revistas. les expresamos nuestro agradecimiento. principalmente. PUEBLA.

D.“ SABRINA TORRES TORTOLERO (8 AÑOS). 130 p. Sepan Cuantos. Y el Victoria se elevó rápidamente por los aires. KARLA ELIZABETH SÁNCHEZ CHÁVEZ (8 AÑOS). empezó a levantarse al cabo de unos minutos. Ferguson. México.).F. —¡Amigos míos! —grito el doctor. que se mantenía en tierra con perfecto equilibrio. Los marineros tu- VICENTE BARRERA RAMÍREZ (8 AÑOS). vieron que soltar un poco las cuerdas que lo retenían. Cinco semanas en globo* . ZACATECAS. La cesta se levantó unos veinte pies del suelo. r 13 * Fragmentos tomados de: Cinco semanas en globo. —¡Viva la reina! ¡Viva Inglaterra! En aquel momento la fuerza ascencional del aerostato aumentaba prodigiosamente. MÉXICO. ZAC. GUANAJUATO. A las nueve.. Editorial Porrúa. mientras los cuatro cañones del Resolute disparaban en su honor”. SALAMANCA. el doctor encendió su soplete y avivó la llama a fin de que produjera un calor rápido.. de pie entre sus dos compañeros quitándose el sombrero—. Kennedy y Joe lanzaron un último adiós a sus amigos. —¡Soltad todos! —gritó el doctor. El globo. demos a nuestra embarcación aérea un nombre que le traiga suerte: ¡Que sea bautizada con el nombre de Victoria! Un hurra formidable resonó. 1971 (Col. (BENITO JUÁREZ). los tres compañeros de ruta subieron a la cesta.

ZACATECAS. pronunció al azar una palabra en árabe. CELAYA. pues juéguelo! —Tú también. la atmósfera es calmada. El orador prorrumpió en una larga arenga. que todos escucharon atentamente. dirigiéndose a la muchedumbre: ACXEL EDUARDO AGUILAR MACÍAS (7 AÑOS). uno de los brujos. Luego. mi querido Joe. mi querido Dick. el doctor no tardó en darse cuenta de que el Victoria había sido tomado por la luna en persona y que el honor que les había hecho aquella amable diosa al dignarse acercarse a su ciudad con sus tres hijos no sería jamás olvidado en aquella tierra escogida por el sol. las mujeres y los niños incluso. experimentando la necesidad de mostrarse de más cerca a sus adoradores. — ¿Pero qué vas a hacer? — Puedes estar tranquilo. reconocible por sus adornos. ACXEL EDUARDO AGUILAR MACÍAS (7 AÑOS).entonces la palabra a los viajeros. GUANAJUATO. El mago contestó a su vez. invitando a los hijos de la luna a bajar a visitarle. señor. El doctor contestó con gran dignidad que la luna hacía cada mil años una gira por la Tierra. El doctor Ferguson. ZAC. Esta gente me parece bien dispuesta. No tenemos nada que temer por el Victoria. Dirigió 14 . les rogó. hizo un gesto. juntas en actitud suplicante. si no me equivoco. prendió una de sus anclas en la copa de un árbol cercano a la plaza del mercado. — ¿Vas a bajar a ver a este rey negro? — le preguntó el cazador. tú mismo quizá te convertirás en un dios. En aquel momento. Poco a poco la muchedumbre los imitó. estamos destinados a jugar un gran papel. diciendo que el Sultán. GUANAJUATO. sacaban la cabeza con circunspección. —Es su manera de suplicar —dijo el doctor Ferguson. que expusieran sin temor sus necesidades y sus deseos a la divina presencia. el “Mwani” estaba enfermo desde hacía mucho tiempo y solicitaba la ayuda del cielo. con un poco de medicina saldré de apuros. esto no me preocupa!. Toda la población reaparecía entonces fuera de sus refugios. —Naturalmente. CELAYA. muy florida. e inmediatamente le contestaron en este idioma. por tanto. El doctor comunicó la invitación a sus compañeros. señor. y todo el clamor se apagó en un profundo silencio. “El Victoria se había acercado insensiblemente a tierra. Varios brujos fueron los primeros en avanzar. no sopla la más ligera brisa. no comprendiendo lo que decía. —¡Oh. y los tambores resonaron con estruendo mientras las manos de los negros se tendían hacia el cielo. incluso el incienso me gusta. KARLA PAOLA DE LOERA VÁZQUEZ (6 AÑOS). —¡Bueno. pero en un lenguaje desconocido para éstos.

DIEGO ARMANDO VERDUGO JIMÉNEZ (10 AÑOS). — Ya que lo quieres así. debemos estar prevenidos para todo. ¿no quiere usted que lo acompañe hasta donde va? — No. — Vigila la dilatación del gas. . estoy protegido por la superstición. únicamente que se quedará al pie de la escalera. que cada cual permanezca en el puesto que le he señalado. teniendo piedad por el soberano tan querido de los hijos de Unyamwezy. nos ha confiado el cuidado de su curación. BAJA CALIFORNIA SUR. Joe me acompañará. amigos míos — dijo el doctor Ferguson — . . las demostraciones redoblaron y todo aquel vasto hormigueo de negras cabezas se puso en movimiento. . en un momento dado podemos vernos obligados a huir rápidamente. D. 16 KARLA ELIZABETH SÁNCHEZ CHÁVEZ (8 AÑOS). señor Samuel! — exclamó Joe — . El ancla está sujeta sólidamente. Dick permanecerá en la cesta y. (BENITO JUÁREZ). LA PAZ. no tenemos nada que temer. mantendrá una fuerza ascensional suficiente. — ¡Cómo. Que se prepare para recibirnos. MÉXICO. los cantos. por esto no debéis temer nada. iré solo. esta pobre gente se cree que su gran diosa la luna ha bajado a visitarles. por medio del soplete. — La luna. Los clamores.F. — dijo el cazador. Voy a descender a tierra. — Ahora. — ¡Cómo! ¿Vas a ir solo a ver a ese negrote? — dijo Kennedy.

“Los brujos y los jefes parecían muy animados. con las piernas cruzadas a la moda árabe y parte de la muchedumbre le rodeó en un respetuoso círculo”. rodeaban al doctor. Entonces había dos lunas. lo hizo tan bien que. —¿Qué? ¡Pues la luna! La luna. ZAC. —¿Debo cortar? —preguntó. tiraba de la cuerda. ZACATECAS. ya va! — dijo Joe — . 18 JESÚS GABRIELLE RAMÍREZ ZAMBRANO (7 AÑOS). Kazeh. ¿y este negro? —Quizá podremos salvar nuestra ancla. empuñando la carabina. El doctor llegó al pie de la escalera. Los encuentro un poco exigentes con su buena luna y sus divinos hijos. trepó por el árbol. efectivamente. al llegar a la copa del árbol. —Pero. empezó a dar gritos prolongados mientras los arcos y los mosquetes se dirigían hacia el globo. unos intrigantes. se levantaba roja y espléndida como un globo de fuego sobre el fondo azul.— De acuerdo. —Espera —contestó el doctor. PUEBLA. impaciente por elevarse en el aire. Había la luna y el Victoria. con la intención de sujetar la cuerda del ancla y conducir el artefacto a tierra. Éstas habían sido las reflexiones naturales de la multitud. como convenía. Por esto cambiaron de actitud. trepó rápidamente por la escalera. . seguido de Joe. cortaremos la cuerda. unos falsos dioses. comprendiendo que se les escapaba su presa. — ¡Ya va. —¿Qué ha sucedido? —preguntó Kennedy. No intentes desatar el ancla. apretujándole. Joe no pudo contener su risa. La población de KARLA PAOLA DE LOERA VÁZQUEZ (6 AÑOS). ¿Qué había pasado? ¿Había sucumbido el sultán en manos de su médico celeste? El globo. reclamaban enérgicamente la intervención celeste. —No tenemos ni un momento que perder —le dijo el doctor—. Joe se adelantó con un hacha en la mano. se sentó al pie de la escalera. precedido de Joe. El doctor. Extraño cambio. ¡ Sígueme! —Pero. El brujo. GUANAJUATO. CELAYA. —¿Qué? —preguntó el cazador. Las armas se inmovilizaron. impidiéndole hacer uso de la violencia contra su persona. Pero uno de los brujos hizo un ademán. y me interesa. grave y digno. Un temor supersticioso retenía todavía al gentío. presionado por la dilatación de gas. PUEBLA. provisto de su botiquín de viaje. ¿qué pasa?. rompiendo JOSÉ EDUARDO MENDOZA MARTÍNEZ (6 AÑOS). o bien los extranjeros eran unos impostores. descendió a tierra. amenazándole. —Mirad —contestó el doctor señalando el horizonte.—preguntó Joe saltando a la cesta. Éste. Siempre estaremos a tiempo de cortar. Los gritos de los indígenas aumentaron.

se elevaba con gran rapidez. r LEONOR ALEJANDRA RAMÍREZ (11 AÑOS).. —¡Viva! —gritó Joe— mientras el Victoria. moderó la llama del soplete y se acercó a tierra. y permanecía con la vista fija. la cual.F. No decía nada. El negro se agarraba a la cuerda con una terrible energía. vivamente atraída por el aerostato. —Son capaces de convertirlo en un dios —exclamó Joe. —Se aguanta bien —dijo Kennedy—. ZAPOPAN. las anclas lanzadas por fuera de la cesta rozaron las SERGIO BAUTISTA CARRILLO (11 AÑOS). su poder de magia aumentará singularmente entre sus coterráneos. logró desasir el ancla. Una ligera brisa del Oeste empujaba el globo hacia fuera de la ciudad. gracias a su fuerza ascensional. A veinte pies del suelo el negro tomó decididamente su partido y se lanzó. cogió al brujo por entre las piernas y se lo llevó por los aires. Su espanto se mezclaba con la sorpresa. cayó de pie y huyó hacia Kazeh. 20 . El estupor de la multitud fue inmenso al ver a uno de sus magos volar por el espacio. JALISCO. viendo el país desierto. Media hora más tarde. “Los tres viajeros decidieron que tocarían tierra en el primer lugar favorable. Moderaron la llama del soplete. GUADALAJARA. mientras que. y pasarían revista al aerostato. MARÍA ISABEL CARMONA ORTA (6 AÑOS). El Victoria había alcanzado una altura de mil pies aproximadamente.DAVID ANTONIO CASTAÑEDA (8 AÑOS). MÉXICO. Harían un alto prolongado. D. —¡Y ca! —replicó el doctor—. lo depositaremos suavemente en el suelo y me parece que después de una aventura como ésta. GUADALAJARA. las ramas. (AZCAPOTZALCO). habiendo perdido el lastre imprevisto. JALISCO. a caballo de aquel hipogrifo inesperado. el doctor. JALISCO. un viajecito no le hará daño. —¿Es que vamos a dejar caer a este negro de golpe? —preguntó Joe. el Victoria volvía a subir cielo arriba”.

mejor que a caballo. —¡Una serpiente! —repitió Kennedy. parecía cubierta por una fina hierba a ras del suelo. —El ancla se ha desprendido. Estos salvajes se prepaban a recibir valerosamente al Victoria. ya encontraremos un sitio favorable. será que arrastramos la roca. En aquel momento Joe escrutaba el horizonte y dirigiéndose a Kennedy. excitando tanto como podía a aquel extraño tripulante—. pero éste pronto pasó de largo por encima de aquellas islas. entrecortadas de exclamaciones. las puntas del ancla habían quedado sujetas entre ellos. a la larga. Samuel! Y al decir esto. Las anclas se hundían en un lago de flores y abrían un surco que se cerraba tras ellas como el surco de un barco. . No había terminado de pronunciar estas palabras. el doctor reconoció en él un macho de magnífica raza. —Estamos atorados —dijo Joe. desde cierta altura. “Entonces contemplaron un nuevo espectáculo. D. si gustan ustedes”. sobre las cuales asemejábase a un gigantesco escarabajo volador. Un gran tumulto se hacía debajo de las hierbas y pronto una forma sinuosa y alargada se elevó por encima de ellas. El elefante avanzaba con cierta rapidez. —¡Adelante. JALISCO. el ancla había topado sin duda con la grieta de alguna roca escondida bajo aquella hierba gigantesca. r 23 LEONOR ALEJANDRA RAMÍREZ (11 AÑOS). —¿Qué ha sido? —¡Un grito raro! —¡Epa!. espera! —¡Sin duda el animal nos está remolcando! —Pero por el buen camino. —Podríamos correr mucho tiempo así —dijo Kennedy—. SALAMANCA.F. (BENITO JUÁREZ). Kennedy apuntó el fusil. piratas sanguinarios muy temidos. como una mariposa gigante. pero en realidad aquella hier- —¡Una serpiente! —exclamó Joe. se escaparon de los labios de los tres viajeros. pronto llegó a un claro. Dick. por su talla enorme. volvemos a volar. El animal intentaba vanamente con su trompa desasirse de la cuerda que lo retenía amarrado a la cesta. Joe. —¡Oh. habitadas por los biddiomabs. no podrías cazar en estas hierbas más altas que tú. pudieron contar las numerosas islas del lago. en elefante. a golpes de flechas y de piedras. por el buen camino. —No.ba tenía siete u ocho pies de espesor. MÉXICO. de una curva admirable y que podían tener ocho pies de largo. —¡Espera. GUANAJUATO. en donde pudieron contemplarlo por entero. mi querido Dick. De pronto el globo experimentó una fuerte sacudida. una verdadera navegación sobre aquel mar tan verde. ZAPOPAN. continúa prendida —dijo Joe. copas de los árboles de una pradera inmensa. cuando un agudo grito retumbó en el aire y las frases siguientes. pues tira la escalera! —replicó el cazador. es una trompa de elefante. y cuya vecindad es tan peligrosa como la de los tuaregs del Sahara. no! —replicó el doctor—. no veo ni un árbol donde poder agarrarnos. Era como un océano de verdor. —Entonces. tenía dos colmillos blanquecinos. —¡Un elefante. con suaves ondulaciones al soplo de la brisa. —¡Bueno. la caza me parece incierta. casi transparente. sin doblarlas. sin ningún rompiente. que tiraba de la cuerda. El Victoria rozaba aquellas hierbas. cargando su carabina. KARLA ELIZABETH SÁNCHEZ CHÁVEZ (8 AÑOS). Ni un obstáculo a la vista. Ésta es otra manera de viajar. En realidad era un paseo agradable. le dijo: SABRINA TORRES TORTOLERO (8 AÑOS). —Espera. valiente! —exclamó Joe en el colmo de la alegría.

(AZCAPOTZALCO). GUANAJUATO. SALAMANCA.DAVID ANTONIO CASTAÑEDA (8 AÑOS). —¡Bueno. MÉXICO. exactamente —precisó Joe. 25 SABRINA TORRES TORTOLERO (8 AÑOS). —¡Ya los veo! —asintió Kennedy—. qué ves? — Mire allí abajo.. —Catorce. —Yo no tendré nada que decir —contestó Ferguson—. ahí tiene una buena ocasión! — ¿Dónde. Joe? — Y esta vez mi amo no se opondrá a sus disparos de fusil.F. los catorce pájaros ensordecían el aire con sus roncos gritos. —¿Quién sabe? —contestó el doctor. D. usted que siempre piensa en cazar. más irritados que espantados por su presencia.. —Haga el cielo que sean de una especie bien mala para que el tierno Samuel no tenga nada que objetar. ¡Pájaros! — exclamó el doctor tomando los anteojos. ¡Qué alboroto! Seguramente no les conviene que invadamos sus dominios y que tengamos la osadía de volar igual que ellos. Diez minutos después la manada estaba a tiro de fusil. —¡Cómo gritan! —exclamó Joe—. pero preferiría ver estos pájaros alejarse de nosotros. esta manada de grandes pájaros que se dirigen hacia nosotros. y de gran talla. GUANAJUATO.. señor Dick. —¿Tiene usted miedo de estas aves? —preguntó Joe. —Son gipaetas. SABRINA TORRES TORTOLERO (8 AÑOS). — ¡Caramba. Samuel! ¡Disponemos de un buen arsenal para recibirlos! No creo que estos animales sean tan terribles como eso. pues nos defenderemos. . ¡y si nos atacan!. SALAMANCA. — ¿Pero. Joe. volaban hacia el Victoria. hay al menos una docena.

—Nos siguen —dijo el doctor al ver que se elevaban con él— y por más que nos elevemos su vuelo los llevará más arriba todavía. En efecto.—Tengo unas ganas furiosas de dispararles encima —dijo. El doctor. —Entonces. dilatando el hidrógeno del globo. —Tenemos una bala para cada uno. mas no dispares sin que yo lo ordene. GUANAJUATO. Dick. Dick. precipitándose a veces con la rapidez de una bala. —¿Bueno. que no tardó en remontar. Eran del tamaño más grande. o de tiburones en medio del océano. poco dispuestos a abandonarlo. que empezaba a ponerse serio. pues. ACXEL EDUARDO AGUILAR MACÍAS (7 AÑOS). . podía distinguirse perfectamente su pelado cuello. CELAYA. JALISCO. sus cuerpos medían más de tres pies de largo y la parte inferior de sus blancas alas resplandecía al sol. pareciendo provocar las armas de Kennedy. no lo hagas! No los enfurezcamos más. —¡No. cuyas órbitas se iban estrechando poco a poco alrededor del Victoria. —¿Hablas en serio. —Ni la necesitan —contestó Ferguson. Sería excitarlos a atacarnos. Pero estáte preparado para caso de ataque. Samuel? —Muy en serio. ANA LETICIA ESTRADA CARVAJAL (10 AÑOS). y más de uno ACXEL EDUARDO AGUILAR MACÍAS (7 AÑOS). LEONOR ALEJANDRA RAMÍREZ (11 AÑOS). —Parece que nos la tienen jurada —dijo el cazador armando su carabina. CELAYA. Pero los gipaetas subieron igualmente con él. Los gipaetas volaban trazando inmensos círculos. JALISCO. cortando bruscamente en ángulo su línea de vuelo. llegó a una distancia de menos de cincuenta pies. qué podemos hacer? —preguntó Kennedy. semejaban tiburones alados con los cuales tenían un enorme parecido. cruzaban el cielo con una velocidad fantástica. —Te equivocas. —¿Y si se echan sobre la parte superior del globo. Dick. cómo los alcanzarás? Imagínate que te encuentras en tierra en presencia de una manada de leones. tirante por el esfuerzo de sus gritos. GUANAJUATO. esperemos —Espera. —Pero pronto acabaría con ellos. ZAPOPAN. Los pájaros volaban apretados. Para unos aeronautas la situación es igualmente peligrosa. que levantaban furiosamente. decidió elevarse en la atmósfera para escapar a tan peligrosos visitantes. entonces a corta distancia. ZAPOPAN. muy inquieto. aquellos pájaros se aproximaban. su cresta cartilaginosa. —A decir verdad —repuso el cazador— tienen un aspecto terrible y son tan de temer como si estuvieran armados con una carabina. El doctor no contestó.

Pero entonces los pájaros cambiaron de táctica y de común acuerdo se elevaron por encima del Victoria. GUADALAJARA. JALISCO. El doctor se asomó. cortó limpiamente el cuello del más cercano. Joe rompió un ala de otro. pero los desgraciados continuaban cayendo.. Luego un ruido seco como de seda al KARLA PAOLA DE LOERA VÁZQUEZ (6 AÑOS). ZACATECAS. caía dando vueltas por el espacio. MÉXICO. los objetos crecían a ojos vistas. Kennedy miró a Ferguson. Kennedy había tomado uno de los fusiles de dos cañones. persignándose rápidamente. (AZCAPOTZALCO). Y la caja que las contenía fue echada por el espacio. te lo repito. MARÍA ISABEL CARMONA ORTA (6 AÑOS). ¿No hay modo de destruirlos o dispersarlos? Yo me encargo de un buen número de ellos. que subía rápidamente. —¡Fuego! ¡Fuego! —gritó el doctor. JALIS CO . —¡Echadlo todo! —gritó por última vez el doctor. Pero Joe ya no podía oírlo”. Samuel —continuó el cazador—. Joe! —gritó horrorizado el doctor. estos pájaros son catorce.—Oye. —¡Las provisiones. entonces reventarán esta cubierta que nos sostiene. A pesar de su energía y de su impasibilidad. —¡Joe. . éste palideció. El lago parecía ir hacia ellos como una marea subiendo. Espantados por la detonación los gipaetas se separaron un instante. la cesta no estaba ni a doscientos pies de la superficie del Tchad. MARÍA ISABEL CARMONA ORTA (6 AÑOS). Luego añadió: —¡Abajo todo el lastre. D.. de un balazo. Joe apuntaba con el otro. —¡Sí! —repuso lacónicamente Joe. por poco que se apretujen en el hemisferio superior del globo. —Sólo once —dijo. tenemos diecisiete disparos a nuestra disposición. Kennedy. las provisiones! —exclamó el doctor. me oyes!. tú no podrás verlo.. r ANA LETI CIA ESTR ADA CAR VAJA L (10 AÑO S). con un furor extremado.. La caída era menos rápida. ¡Vaciad las cajas de agua! ¡Joe. tocado de lleno. DAVID ANTONIO CASTAÑEDA (8 AÑOS).F. GUADALAJARA. Dick. desgarrarse se hizo sentir y el suelo de la cesta vaciló bajo los pies de los tres viajeros. dispuesto a desgarrar. haciendo uso de todas nuestras armas. JALISCO. —¡Continuamos cayendo!.. Apenas había acabado de pronunciar estas palabras cuando el pájaro. ¡ Nos precipitamos en el lago! Joe obedeció. ya doy por muertos a todos los que pasarán por delante de tu carabina. ¡y estamos a tres mil pies de altura! En aquel momento el más feroz de los pájaros se lanzó recto contra el Victoria. pero. Hubo un momento de silencio terrible. —¡Estamos perdidos! —gritó Ferguson fijando los ojos en el barómetro. —No dudo de tu destreza. abajo! En pocos segundos todos los pedazos de cuarzo habían desaparecido. —¡Ya no queda nada más!— contestó Kennedy. ZAC. con el pico y las garras abiertos. ZAP OPA N. Y desapareció saltando por la borda de la cesta. pero casi inmediatamente volvieron a la carga.

31 DIEGO GARCÍA MORENO (11AÑOS). Hallábase arrellanado en su gran butacón. ¿qué haces que no estás aquí ya? Y me precipité en el despacho de mi irascible maestro. YUCATÁN. morirá siendo el más original e impaciente de los hombres”. Décimo sexta edición (Col. México. — ¡Qué libro! ¡qué libro! —repetía sin cesar. to descompuesto: —Pero. JOEL REFUGIO MUÑOZ ORTIZ (11 AÑOS). como no cambie mucho. “…cuando entré en el despacho. GUANAJUATO. Maese Zacarías.. El doctor X. forrado de terciopelo de Utrecht. y tenía entre sus manos un libro que contemplaba con profunda admiración. . cuando me gritó el profesor con acen- Otto Lidenbrock no es una mala persona.Viaje al centro de la tierra* “–¡ JESSICA DE JESÚS TOVAR LEAL (7 AÑOS). mi tío solo absorbía mi mente por completo. MÉRIDA. TOLUCA. ZAPOPAN. lo confieso ingenuamente. pero. Sepan Cuantos. JALISCO. 2003.. Un drama en los aires. Estas exclamaciones recordáronme que el profesor Lidenbrock era también bibliómano en sus * Fragmentos tomados de: Viaje al centro de la tierra. V en. Editorial Porrúa.). estaba bien ajeno de pensar en esto. CELAYA. ABRIL VALENTINA PINEDA CASTILLO (8 AÑOS). ESTADO DE MÉXICO. Axel! No había tenido aún tiempo material de moverme. lo cual creo improbable.

Estaba transfigurado.. ¿conque habías escrito tu frase al revés? Y cogiendo la hoja de papel. como he llegado yo. se podía traducir así: Desciende al cráter del Yocul de Sneffels que la sombra del Scartaris acaricia antes de las calendas de Julio audaz viajero. momentos de ocio. Lo cual. en efecto. La audacia. Arne Saknussemm. la alegría y la convicción dábanle un aspecto magnífico. 33 . Arne Saknussemm. cuando el profesor TA N IA G M É X IC U A D A LU P E O. (T LÁ R O D R ÍG U E Z (1 HUAC 3 AÑ ).. r —¡Ah. no podía menos de tener para él un elevadísimo precio. cual si hubiese recibido de improviso la descarga de una botella de Leyden. alargándole la hoja de papel por mí escrita—. ingenioso Saknussemm! —exclamó—. JESSICA DE JESÚS TOVAR LEAL (7 AÑOS). —¿Qué es esto? —exclamó emocionado. con la vista turbada y la voz enronquecida de emoción. D . E R IC K S A TOL U C A N T IA G O C . O S ). —¡Pero esto no quiere decir nada! —respondió él. Iba y venía precipitadamente. subiendo desde la última letra hasta la primera. ¿qué digo un grito? ¡un rugido! Una revelación acababa de hacerse en su cerebro. He aquí su facsímil exacto. leyó todo el documento. por haber sido ellos los que impulsaron al profesor Lidenbrock y a su sobrino a emprender la expedición más extraña del siglo XIX”. Un antiguo documento. Al leer esto. al menos ilegible”. opri- lanzó un grito. estrujando con rabia el papel entre sus dedos.. No había terminado la frase. si bien no había ningún libro que tuviese valor para él como no fuese inhallable o. CELAYA. y llegarás al centro de la tierra. pegó mi tío un salto. AGUASCALIENTES. unos caracteres mágicos.HOMERO ABEL FLORES HERNÁNDEZ (7 AÑOS). en líneas transversales. AGUASCALIENTES. (1 0 AÑO 32 S ). ES O TA D O D RREA D E M É X IC L A S C O AGA O. encerrado tal vez desde tiempo inmemorial dentro de un libro viejo. —Tome —le dije. cayó al suelo. Se hallaba concebido en estos términos: In Sneffels Yoculis craterem kem delibat umbra Scartaris Julii intra calendas descend audas viator. pero si se comienza por el fin. deslizándose de entre las hojas del libro. —Nada. Y al mismo tiempo desplegaba cuidadosamente sobre la mesa un trozo de pergamino de unas cinco pulgadas de largo por tres de ancho. et terrestre centrum attinges. si se empieza a leer por el principio. “—¿Qué dices? —exclamó con indescriptible emoción. GUANAJUATO. Mi tío se apresuró a recogerlo con indecible avidez. Kod feci.. lea usted.F. “…un incidente imprevisto vino a dar a la conversación otro giro. Fue éste la aparición de un pergamino grasiento que. Quiero dar a conocer al lector tan extravagantes signos. en el que había trazados.

Después. AGUASCALIENTES. Por fin.. Vamos a comer ahora mismo. debía reconocérsela por la particularidad. AGUASCALIENTES. echaba a rodar las sillas. aunque en él parezca increíble. agotadas sus energías. r HOMERO ABEL FLORES HERNÁNDEZ (7 AÑOS). entrando en el comedor”. sus inestimables geodas. ESTADO DE MÉXICO. después de unos instantes de silencio. — ¡Las tres! ¡Qué atrocidad! Estoy desfallecido de hambre. TOLUCA. TOLUCA. —¿Su equipaje? —exclamé. aquel agudo pico como el gnomon de un inmenso cuadrante solar. Se podía considerar. —¿Después qué?. cuya sombra de un día determinado señalaba el camino del centro de la tierra”.. Sólo distinguían mis ojos un enorme casquete de nieve que cubría la frente del gigante”.. —Las tres —le respondí. como la terminación de una faja traquítica que se destaca del sistema orográfico de la isla.. repartía a diestro y siniestro patadas y puñetazos. Según el sabio islandés. tiraba por alto. pues. Desde nuestro punto de partida no se podían ver sus dos picos proyectándose sobre el fondo grisáceo del cielo.míase la cabeza entre las manos. —Después me prepararás mi equipaje. —¿Qué hora es? —preguntóme. señalada en el criptograma. y. —Sí. r 35 ERICK SANTIAGO CORREA DLASCOAGA (10 AÑOS). “De las tres rutas que ante nosotros se abrían. con su doble cono. de que la sombra del r ERICK SANTIAGO CORREA DLASCOAGA (10 AÑOS). Scartaris acariciaba sus bordes durante los últimos días del mes de junio. ESTADO DE MÉXICO. sólo una había sido explorada por Saknussemm. “El Sneffels tiene 5 000 pies de elevación. . se calmaron sus nervios. siendo. se desplomó en la butaca. amontonaba los libros. y el tuyo también —respondió el despiadado catedrático.

En lugar de los trilobites rudimentarios vi restos de un orden más perfecto. r 36 . pero. de peces ganoideos y de esos sauropterigios en los que la perspicacia de los palenteólogos ha sabido descubrir las primeras manifestaciones de los reptiles. abierta en el condado de Devon. más lejos. que depositaron a miles en las rocas de nueva formación. surcados de venas blancas caprichosamente dispuestas. Era evidente que remontábamos la escala de la vida animal cuyo último y más elevado peldaño ocupan las criaturas humanas”. Los mares devonianos estaban habitados por gran número de animales de esta especie. entre otros. las calizas y los viejos asperones rojos de las paredes. r ERICK SANTIAGO CORREA OLASCOAGA (10 AÑOS). “La luz eléctrica arrancaba vivos destellos a los esquistos. que da su nombre a esta clase de terrenos.En la mayoría de estos mármoles observábanse huellas de animales primitivos. DIEGO GARCÍA MORENO (11AÑOS). cuando descubrieron mis ojos pruebas irrefutables. TOLUCA. parecía que nos hallábamos dentro de una zanja profunda. desde la víspera. ESTADO DE MÉXICO. Magníficos ejemplares de mármoles recubrían las paredes: unos de color gris ágata. TOLUCA. la creación había progresado de una manera evidente. Era lógico que así sucediese. en el período silúrico encerraban los mares más de mil quinientas especies vegetales. “No habría dado aún cien pasos. ejemplares de esos jaspes de matices sombríos. en los que se revela la existencia de la caliza con más vivo color. ESTADO DE MÉXICO. o animales”. porque. otros de color encarnado o amarillo con manchas rojizas.

con sus agudas aristas. Creía yo que. que es sólo una reflexión sin calor. Era un verdadero océano. O TOL CORR EA UCA DL . debían convertirse. sembrada de esas pequeñas caparazones donde vivieron los primeros seres de la creación. D . E R IC K S A (1 0 A Ñ N T IA G O S ). (T LÁ HUAC (1 3 A ). se elevaban a una altura tremenda. ofrecía a las últimas ondulaciones de las olas que reventaban en TA N IA G M É X IC U A D A LU PE O . si se quiere. en determinados días. formaban cabos y promontorios que las olas carcomían. por efecto de las condensaciones. ERIKA VANESSA PEDRO MORA (11 AÑOS). —Sí —respondió mi tío—. HUIMANGUILLO. OAXACA. y que. Las olas se rompían contra ella con ese murmullo sonoro y peculiar de los grandes espacios cerrados. vapores movedizos que cambiaban constantemente de forma. Mis miradas podían pasearse a lo lejos sobre aquel mar gracias a una claridad especial que iluminaba los menores detalles. venían a morir los contrafuertes de enormes rocas que. HUAJUAPAN DE LEÓN. Más lejos. No. el mar de Lidenbrock. acusaban evidentemente un origen puramente eléctrico. cortando la playa. Sobre aquella playa ligeramente inclinada. prolongábase más allá del horizonte visible. 38 39 BRENDA GUADALUPE CAMPOS LÓPEZ (9 AÑOS). . con el caprichoso contorno de sus playas terrestres. “— ¡El mar! —exclamé. un fenómeno cósmico continuo que alumbraba aquella caverna capaz de albergar en su interior un océano. el principio de un lago o de un océano. su brillo superior en realidad al de la luna. arrastrada por un viento moderado. el cielo. Una vasta extensión de agua. la escasa elevación de su temperatura. ensanchándose. sumamente escabrosa.F RODR ÍG U E Z . produciendo una espuma liviana que. Algunos de estos peñascos. parecía formado por grandes nubes. Y me vanagloria que ningún navegante me disputará el honor de haberlo descubierto ni el derecho de darle mi nombre. ES TA D A S C O A O D GA E M É X IC O. su difusión temblorosa. El poder iluminador de aquella luz. ni la claridad vaga y pálida del astro de la noche. Era una especie de aurora boreal. La bóveda suspendida encima de mi cabeza. su blancura clara y seca. me salpicaba la cara. No era la luz del sol con sus haces brillantes y la espléndida irradiación de sus rayos.ella una arena fina. de la orilla del agua. perfilábase con gran claridad su enorme mole sobre el fondo brumoso del horizonte. a cien toesas. bajo una presión atmosférica tan grande. Ñ O S ). en lluvias torrenciales. aproximadamente. era imposible la evaporación del agua. La orilla. dorada. pero desierto y de un aspecto espantosamente salvaje. TABASCO.

Pero nada de aquello provenía del sol. deslizábase hasta nosotros un rayo de luz de notable intensidad.HOMERO ABEL FLORES HERNÁNDEZ (7 AÑOS). me despierta una sacudida espantosa. Esto no obstante. (BIBLIOTECA MÉXICO). r CHRISTIAN ALBERTO GÓMEZ ALVIRDE (10 AÑOS). el momento en que el sueño quiere cerrar nuestros párpados. TANIA GUADALUPE RODRÍGUEZ (13 AÑOS). entre dos masas separadas. AGUASCALIENTES. las armas y una gran cantidad de agua dulce habían sido de antemano acomodados encima de la balsa. mientras él hace su guardia. y el conjunto ofrecía bastante solidez.F. orientamos la vela y nos alejamos con rapidez”. y. El efecto era triste y soberanamente melancólico”. los instrumentos. dibujábanse vivas sombras en sus bóvedas inferiores. Hans gobierna el timón. A las seis. (TLÁHUAC). . los equipajes. Las corrientes eléctricas producían sorprendentes juegos de luz sobre las nubes más elevadas. y la implacable luz fatiga nuestros ojos de una manera obstinada. y. D.D. r 40 41 . Las cuerdas no escaseaban. una verga formada por una tercera percha y una vela improvisada con nuestras mantas. o por mejor decir. gruesas nubes cruzaban el aire. La balsa ha sido empujada fuera del agua con indescriptible violencia. puesto que su luz era fría. AGUASCALIENTES. “Un mástil con dos palos jimelgados. Dos horas después. a menudo. “Llega la noche. pero. el tiempo estaba bueno.F. y arrojada a veinte toesas de distancia. MÉXICO. Largué la amarra que nos sujetaba a la orilla. Los víveres. MÉXICO. componían el aparejo de nuestra balsa. en virtud de alguna ley física que ignoraba. como si navegásemos bajo el sol de los océanos árticos. porque en este mar no hay noche. dio el profesor la señal de embarcar. yo duermo.

Estos reptiles se aproximan. una masa negruzca que se eleva y deprime alternativamente. dan vueltas alrededor de la balsa con una velocidad mayor que la de un tren expreso. pero descubre por la banda opuesta otros ene- signo. 42 43 BRENDA GUADALUPE CAMPOS LÓPEZ (9 AÑOS). y exclamo: —¡Es una marsopa colosal! —Sí —replica mi tío—. por el otro. r LUIS ALBERTO LÓPEZ GONZÁLEZ (12 AÑOS). y vemos claramente cómo los dos monstruos se atacan”. HUIMANGUILLO. el cocodrilo. sobrecogidos. ¡ah! ¡desaparece! —¡Una ballena! ¡una ballena! —exclama entonces el profesor—. Las dos bestias pasan a cincuenta toesas de la balsa. Permanecemos atónitos. y el menos voluminoso de ellos destrozaría la balsa de una sola dentellada. Es imposible huir. ¡Ya vienen hacia nosotros! Por un lado.migos no menos formidables: una tortuga de cuarenta pies de ancho. —¿Qué ocurre? —exclama mi tío—. El resto del rebaño marino ha desaparecido. HUAJUAPAN DE LEÓN. ¡Mire usted qué terribles mandíbulas. Distingo sus enormes aletas. y alarga su enorme cabeza por encima de las olas. ¿Hemos tocado en un bajo? Hans señala con el dedo. la serpiente. pero Hans me detiene con un VIRIDIANA ARROZENA GÓMEZ (11 AÑOS). Poseen dimensiones sobrenaturales. El combate se empeña a cien toesas de la balsa. HUAJUAPAN DE LEÓN. a una distancia de doscientas toesas. OAXACA. Hans quiere virar en redondo. estupefactos ante aquella colección de monstruos marinos. . guarnecidas de dientes espantosos! Pero. se precipitan el uno sobre el otro y su furor no les permite vernos. y una serpiente que mide treinta de longitud. —Y más lejos un monstruoso cocodrilo. con objeto de esquivar su vecindad peligrosa. y he aquí ahora un lagarto marino de tamaño extraordinario. ¡Mira el aire y el agua que arroja por las narices! En efecto. Me dispongo a hacer fuego. OAXACA. dos líquidas columnas se elevan a una considerable altura sobre el nivel del mar. Yo miro en la dirección indicada. ¿qué efecto puede producir una bala sobre las escamas que cubren los cuerpos de estos animales? Permanecemos mudos de espanto. Yo he cogido mi carabina pero. y trazan en torno a ella círculos concéntricos. TABASCO.

y allí funciona el poderoso anteojo con cuyo auxilio pudo Bond estudiar la Nebulosa de Andrómeda. SALAMANCA. GUANAJUATO. Décimocuarta edición (Col. Al recibir su atenta comunicación del 5 del corriente.. Sepan Cuantos. Reunía. C O M EN HIA DO PA S.. que estaba concebida en los siguientes términos: ‘El director del Observatorio de Cambridge al presidente del Gun-Club de Baltimore. Editorial Porrúa. A los dos días de formulada la consulta. se ha reunido inmediatamente nuestra corporación y ha (12 AÑ OS ). núm. * Fragmentos tomados de: De la tierra a la luna. 2002. donde se fundó la primera Universidad de los Estados Unidos. títulos más que bastantes para justificar la confianza del Gun-Club. PUEBLA. PUEBLA. Cambridge. 7 octubre. Allí se reúnen los sabios más eminentes. ZA Barbicane la anhelada respuesta. llegó a manos del presidente L a ciudad de Cambridge. y Clarke logró descubrir el satélite de Sirio. 45 RIC TU ARDO XTL A G DAN IE UT IÉR L PIN REZ T . México. 111). CIBELES TORRES TORTOLERO (7 AÑOS). Alrededor de la luna. dirigida al Observatorio de Cambridge en nombre de los miembros del GunClub. de consiguiente. .De la Tierra a la Luna* “ torio astronómico que goza de universal y bien ganada fama. acordado contestar con la premura que el caso exige. tiene un Observa- DEBORAH MICHELLE TORRES RODRÍGUEZ (6 AÑOS).

y en qué momento preciso deberá dispararse. SAN LUIS POTOSÍ.. (AZCAPOTZALCO). hubiese visto miríadas de átomos que llenaban el espacio en la r 46 DAVID ANTONIO CASTAÑEDA (8 AÑOS). en el transcurso de los siglos. resultó la formación de una estrella principal. el observador habría visto entonces que las demás moléculas de la aglomeración hacían lo que la estrella central. Las preguntas. y colocado en ese centro desconocido en cuyo derredor gravita y gira el mundo. se aceleraba su movimiento de rotación. hay una a la que han dado el nombre de Vía Láctea.F. obedeciendo las leyes de sus afinidades respectivas.P. Si el observador hubiese examinado entonces de una manera especial entre estos dieciocho millones de astros uno de los más modestos y PILAR CRUCES SILVA (11 AÑOS). y de ellas cuentan hoy los astrónomos cerca de cinco mil. integrada por dieciocho millones de estrellas. La nebulosa estaba formada.. . principió a girar sobre sí mismo condensándose progresivamente. si se le da a éste una velocidad inicial suficiente. son las siguientes: 1a. MÉXICO. ¿Qué sitio ocupará la Luna en el cielo en el momento de partir el proyectil?”’ “Un observador dotado de una vista excepcionalmente penetrante. se condensaban a su vez como consecuencia de la rotación progresivamente acelerada. ¿En qué momento se presentará la Luna en la posición más favorable para que la alcance el proyectil? 5a. Mirando atentamente. D.F. y siguiendo las leyes inmutables de la mecánica. D. fuese verificando un cambio: se manifestó una ley de atracción a la cual obedecieron los átomos errantes hasta entonces. ¿Es posible enviar un proyectil a la Luna? 2a.L. S. es decir. ¿Cuál es la distancia exacta que separa a la Tierra de su satélite? 3a. y gravitaban en torno de aquélla bajo la forma de innumerables estrellas. centro de la aglomeración nebulosa. Muy pronto vino a animar aquellas aglomeraciones un movimiento de rotación alrededor de su punto central. para que encuentre a la Luna en un punto determinado? 4a. cada una de las cuales es el centro de un mundo solar. formado por moléculas vagas. y estos átomos se combinaron químicamente. ¿A qué punto del cielo se deberá dirigir la puntería del cañón destinado a lanzar el proyectil? 6a. DAVID ANTONIO CASTAÑEDA (8 AÑOS). Entre las cinco mil nebulosas. Poco a poco.época caótica del universo. MÉXICO. a medida que su volumen disminuía por efecto de la condensación. ¿Qué duración tendrá el viaje del proyectil. se convirtieron en moléculas y formaron esas aglomeraciones nebulosas de que están sembradas las profundidades del cielo. (AZCAPOTZALCO). objeto de la consulta. y de la persistencia de estos dos efectos. y al propio tiempo. y este mismo centro.

algunos poseen también sus satélites. Neptuno tal vez tres. noventa y siete. menos brillantes. girando sobre su eje para consumar su obra de concentración. de la nebulosa de la Vía Láctea. hubiese visto que hacían exactamente lo que hizo el Sol. uno de los menos importantes del mundo solar. A su alrededor gravitan ocho planetas. fiel a las leyes de la mecánica. desde la molécula a la aglomeración nebulosa. de menor a mayor..F. en planetas. PUE. El de la Tierra. Júpiter. escapándose como la piedra de una honda que se rompe de pronto. se habrían roto y descompuesto en nebulosidades secundarias. y que. se fue acelerando a la par que se reducía el volumen. ZACATECAS. enorme. se llama Luna. tenemos toda la serie de transformaciones sufridas por los cuerpos celestes desde los primeros días del mundo. MÉXICO. Así pues. semejantes al de Saturno. hasta llegar el momento en que la fuerza centrífuga prevaleció sobre la centrípeta. 49 DEBORAH MICHELLE TORRES RODRÍGUEZ (6 AÑOS). Entre Marte y Júpiter circulan además con regularidad otros cuerpos menos considerables. enumerados por el orden de sus distancias con respecto al Sol. sin embargo. Y entonces se hubiera presentado un nuevo fenómeno a los ojos del observador: las moléculas situadas en el plano del ecuador. habrían ido a formar alrededor del Sol varios anillos concéntricos. forma parte. Venus. es. Este movimiento. restos errantes acaso de un astro hecho pedazos. una estrella de cuarto orden. y principio de esos astros de orden inferior que llamamos satélites. que tiende a impeler las moléculas hacia el centro. El Sol parece perdido en las inmensidades del mundo sideral. ante sus ojos habrían pasado todos los fenómenos a que se de rotación alrededor de la masa central. remontándonos desde el átomo a la molécula. (AZCAPOTZALCO). es decir. eran origen de uno o de varios anillos cósmicos. DAVID ANTONIO CASTAÑEDA (8 AÑOS). en estado gaseoso aún y compuesto de moléculas movibles. Júpiter cuatro. Centro de un mundo. sin embargo. de la aglomeración nebulosa a la estrella principal. Saturno ocho. de los cuales han podido reconocerse hasta hoy con el auxilio del telescopio. .debe la formación del universo. PUEBLA. Urano tiene ocho. A su vez. estos anillos de materia cósmica. D. la que orgullosamente se llama Sol. y. Entre estos servidores que el Sol mantiene en su órbita elíptica por la gran ley de la gravitación. aunque parece tan pequeño en medio de las regiones etéreas. Urano y Neptuno. son: Mercurio. fruto de sus mismas entrañas en los primeros días de su creación. del Sol al planeta y del planeta al satélite. según las nuevas teorías de la ciencia. Si entonces el observador hubiera concentrado toda su atención en estos planetas. Saturno. ocho planetas que. pues su volumen es un millón cuatrocientas mil veces el de la Tierra. Marte. el mismo que el genio audaz de los americanos pretendía conquistar. como éste. de la estrella principal al Sol. dotados de un movimiento JOSÉ PLATAS SALAS. la Tierra. ZACATECAS. En efecto: hubiese visto al Sol. y la Tierra uno.

penetrados de la gratitud que deben a esta fiel amiga de la Tierra han tomado sus revoluciones por norDEBORAH MICHELLE TORRES RODRÍGUEZ (6 AÑOS). a fin de que la bomba cayese en el mar y se amortiguase la violencia del choque. Maston. lamentando que su volumen no le permitiera tentar la aventura. deseando formase una idea aproximada del resultado de la repercusión producida en el momento del disparo. había dado los resultados más excelentes y hecho concebir las esperanzas más lisonjeras. y lo emplazó en la rada de Hillisboro. se cerró la ingeniosa bomba por medio de una tapa sujeta EVA OTERO ANGELES (12 AÑOS).). compartió con el Sol. y su esplendente luz obliga a los que le contemplan a bajar los ojos. que son resultado de sus diversas fases. cuyas paredes forraron con una gruesa almohadilla extendida sobre una red de resortes de acero admirablemente templado. propiedad del intrépido secretario del Gun Club. ma de sus meses”. sin ser nunca eclipsada por él. PUEBLA. Era un verdadero nido esmeradamente acolchado. r 50 . SAN LUIS POTOSÍ. mandó traer del arsenal de Pensacola un mortero de 32 pulgadas (0. Después de haber encerrado en la bomba un hermoso gato y una ardilla. Barbicane. se permite a veces eclipsar a su hermano. se deja examinar en toda su gracia modesta. el esplendente Apolo. desde los comienzos del mundo. —¡Qué lastima no poder meterme en él! —decía J. más humana y complaciente. Benigna y agradable a la vista. T. pero el Sol hiere dolorosamente la vista. debido a su proximidad relativa y a sus rápidos cambios.75 cm. Se construyó un proyectil hueco. y no de la caída. PUEBLA. al paso que la plácida Phebea. Se trataba únicamente de experimentar la violencia de la repercusión producida en el interior del proyectil al iniciarse la marcha de ésta. muy poco ambiciosa. “En efecto: una prueba preliminar llevada a cabo el día 18 de octubre.El astro de la noche. Los mahometanos. la atención de los habitantes de la Tierra. que la tenía en particular estima.

al sitio donde se había hundido el proyectil. si los corazones no osaban latir? Las miradas se clavaban despavoridas en la boca del Columbiad. “Breves momentos más tarde. r con tornillos. ¿Habría sido más infortunada que el gato? La buscaron. Cargaron el mortero con sesenta libras de pólvora. describiendo una parábola majestuosa. No bien retiraron la tapa. miraba amenazadora al cielo. Una embarcación. Nicholl. llegada entonces al paroxismo? Avanzaba majestuosamente la Luna recorriendo un firmamento de límpida pureza. y la boca ARIEL JORDAN ARELLANO REYES (9 AÑOS). ¿Pero qué mucho. J. La ardilla era la que no salía. ¿Qué pluma sería capaz de describir la emoción universal. y apagando a su paso el brillo de las estrellas. pero no se encontraron ni rastros de ella: durante el viaje. y colocada en él la bomba. MÉXICO. Barbicane y Ardan quedaban encerrados definitivamente en su vagón de metal. D. pero lleno de vida y sin señales aparentes de los efectos del viaje descomunal del Columbiad. un poco erizado. Maston y Nicholl esperaban a bordo de un bote y fueron testigos de la operación llenos de interés fácil de comprender. PUEBLA. El proyectil subió con rapidez hasta alcanzar una altura de unos mil pies. era izada y embarcada en la lancha.F. segundos después. Faltaban cuarenta segundos escasos para que sonase el instante de hacer el disparo. se hizo fuego. sin perder momento. es verdad. flotando sobre la grandiosa escena. salió el gato. tan poco propensos a los vértigos. 52 53 MANUEL ENRIQUE VIVANCO CRUZ (8 AÑOS). PUEBLA. Murchison seguía con la mirada la aguja del cronómetro. fue a caer en el mar. no al blanco. T. el gato se había almorzado a su compañera”. hundiéndose en las olas. se dirigió. y cada uno de aquéllos tenía un siglo de duración. cuyo cierre atornillaron interiormente. situada aproximadamente a la mitad de la distancia entre el horizonte y el cenit. ya preparada. registraron escrupulosamente el interior del proyectil. Ni en la Tierra circulaba un soplo de viento ni se oía la respiración de los espectadores. que. Recorría entonces la Constelación de Géminis. Todo el mundo se daba cuenta de que la puntería se dirigía. . No transcurrieron más de cinco minutos entre el momento en que los animalitos fueron encerrados y en el que se separó la tapa de su cárcel. y. siguiendo una trayectoria curva llena de gracia. Ardan. los tres compañeros de viaje quedaban instalados en el proyectil. los buzos se echaron al agua y ataron con cables la bomba. como el cazador apunta un poquito delante de la liebre que desea herir.aéreo que acababa de realizar. sino más adelante. Barbicane. Se quería saber experimentalmente cómo soportarían el viaje aquellos animalitos. Un silencio aterrador pesaba en el aire. (BIBLIOTECA DE MÉXICO). completamente libre de estorbos.

en medio de una aureola de flamígeros vapores”.. Una detonación espantosa. y la chispa inflamada prendió fuego a todos los cartuchos almacenados en las entrañas del Columbiad.F. El suelo se levantó. —¡Treinta y cinco!. GUANAJUATO. por un instante. ¡Treinta y ocho!.que nada es capaz de dar una idea. brotó de sus entrañas un haz inmenso de fuego. SAN LUIS POTOSÍ... ¡Treinta y seis!. ¡ Treinta y nueve!. se produjo un estremecimiento universal: los millones de espectadores pensaron a un tiempo que los tres viajeros encerrados en el proyectil contaban también aquellos terribles segundos. SALAMANCA. ni los estallidos del rayo. Cuando faltaban veinte segundos... hendiendo victorioso los aires. ¡Treinta y siete!... Resonaron gritos aislados. MÉXICO. ANGÉLICA GONZÁLEZ ESCOTO (8 AÑOS). estableció la corriente. el monstruoso proyectil... ni el horrísono fragor de la tempestad. ¡ Cuarenta! ¡ Fuego! Murchison oprimió el botón eléctrico. D. y fueron muy contados los espectadores que pudieron entrever. (AZCAPOTZALCO). . sobrehumana de la 54 55 DAVID ANTONIO CASTAÑEDA (8 AÑOS).. Cual si la Tierra fuera un cráter. ni el estruendo de las erupciones. r CIBELES TORRES TORTOLERO (7 AÑOS).

. 57 RICARDO SALAS PINEDA (7 AÑOS). Cuarta edición (Col.F. D. por un fenómeno inexplicado e inexplicable. y personal de Europa y de América. D. Sepan Cuantos. directores. México. MÉXICO. capitanes de barco. . que seguramente no ha olvidado nadie. Negociantes. SERGIO DENIS PACHECO ALONSO (6 AÑOS). oficiales de las marinas militares de todos los * Fragmentos tomados de: Veinte mil leguas de viaje submarino. armadores. 1976. D. 114). MÉXICO.F. PUEBLA.F. MÉXICO. (BIBLIOTECA DE MÉXICO). PUEBLA. Sin hablar de los rumores que agitaban a las poblaciones de los puer- DIANA JAEL CABRERA VICTORIA (10 AÑOS)..Veinte mil leguas de viaje submarino* “ RICARDO SALAS PINEDA (7 AÑOS). E l año 1866 quedó señalado por un acontecimiento singular. las gentes de mar experimentaron una impresión especial. tos y sobreexcitaban el espíritu público en el interior de los continentes. Editorial Porrúa. núm.

ni GABRIELA ROCHÍN RODRÍGUEZ. COAHUILA. a la incalculable velocidad de sus movimientos.“Durante dos horas escoltó al Nautilus un completo ejército acuático. con sus aletas matizadas de azul y de amarillo. SAN LUIS POTOSÍ. con bocas aflautadas. BAJA CALIFORNIA SUR. vi al verde labro. de sus saltos. Consejo los claKARLA JANETH RODRÍGUEZ DE LOS SANTOS ( 12 AÑOS). Ned nombraba a los peces. . alguno de cuyos ejemplares alcanza un metro de longitud. fosforescente en ocasiones. TORREÓN. su tamaño excedía del de todos cuantos la ciencia había clasificado hasta entonces. al escombro japonés. En efecto. cuyo color hacía resaltar la negra banda de su cola. rivalizando en belleza. LA PAZ. varios navíos se habían encontrado en el mar con “una cosa enorme”. Si era un cetáceo. ni Lacépéde. Quatrefages hubieran admitido la existencia de tal monstruo. fusiforme. admirable caballa marina. a menos de haberlo visto. esparos zonéforos. con sus propios ojos de eruditos”. desde algún tiempo antes. con ojos pequeños y vivos y anchas fauces. infinitamente más voluminoso y más rápido que una ballena. países. concordaban con bastante exactitud respecto a la estructura del objeto o del ser en cuestión. en brillo y en velocidad. a la sorprendente potencia de su locomoción. un objeto largo. materialmente. En medio de sus retozos. innumerables azurados. de piel blanca y manchas violeta en el dorso. se preocuparon en alto grado del hecho. Los datos relativos a semejante aparición. r 58 GABRIELA ROCHÍN RODRÍGUEZ. DIANA JAEL CABRERA VICTORIA (10 AÑOS). al gobio de cola redondeada. esparos listados. serpientes de seis pies de largo. al rubio barberín. antestonos. LA PAZ. Ni Cuvier. ni Dumeril.L.P. cruzado por una doble franja negra. consignados en los diferentes cuadernos de bitácora. Nuestras exclamaciones no se agotaban. salamandras del Japón. a la vida particular de que parecía dotado. y con ellos los Gobiernos de los diversos Estados de ambos continentes. Nuestra admiración se mantenía en constante auge. elegantemente aprisionados por sus seis cinturones. FLOR MARÍA BUSTOS GONZÁLEZ (12 AÑOS). erizadas de dientes. o becadas marinas. S. PUEBLA. de cuerpo azul y cabeza plateada. esparos dorados. BAJA CALIFORNIA SUR. cuyos nombres sería imposible reseñar. PUEBLA.

Después. distinguí ciertos restos que las dragas no pudieron arracar. JOSUÉ ISRAEL CARMONA ORTA (10 AÑOS). LA PAZ. una roda. enfermos. Yo me precipité hacia el cristal. y yo me extasiaba ante la vivacidad de sus movimientos y la hermosura de sus formas. en bandadas más numerosas que las de los pájaros en el espacio. con los restos de los dos grandes. chocó en la costa meridional. Los restantes. Los naturales dispensaron acogida bastante afectuosa a los náufragos. Y en tanto que contemplaba yo aquellos tristes despojos. objetos todos procedentes de navíos naufragados y a la sazón tapizados de flores vivientes. La Astrolabe acudió en su auxilio y encalló también. Arribó en primer término a Botany-Bay. se dirigió hacia Santa Cruz y tocó en Nanunka. atraídos sin duda por el fulgurante foco de luz eléctrica”. . GUANAJUATO. partieron con La Pérouse. dirigiéndose a las islas Salomón. embarrancada a sotavento. revestidos de fungos. FRANCISCO JAVIER TAMAYO SÁIZ (10 AÑOS). y entre los bancos de corales. sifónulas. r planchas de blindaje. BAJA CALIFORNIA SUR.SERGIO ÁVILA MELÉNDEZ (9 AÑOS). La Boussole. una armadura de cabrestante. a través de miríadas de preciosos peces. con sus naves Boussole y Astrolabe. sificaba. SINALOA. visitó el archipiélago de los Amigos y Nueva Caledonia. una de las islas del grupo de Hapai. GUADALAJARA. —¿Y cómo lo sabe usted? —pregunté sorprendido. extenuados. el capitán Nemo me dijo en tono solemne: —El comandante La Pérouse partió el 7 de diciembre de 1785. Jamás me fue dado sorprender a tales animales. en la costa occidental de la isla más importante del grupo. JALISCO. alciones y cariófilas. “El Nautilus se sumergió unos cuantos metros y las vidrieras del mirador quedaron al descubierto. Estos se instalaron en la isla y construyeron un barco más pequeño. CULIACÁN. Algunos marineros se quedaron voluntariamente en Vanikoro. que marchaba delante. proyectiles. 61 GABRIELA ROCHÍN RODRÍGUEZ (9 AÑOS). sus navíos llegaron a los arrecifes desconocidos de Vanikoro. cañones. La segunda. entre los cabos Decepción y Satisfacción. Los peces acudían. vivos y libres. No citaré todas las variedades que desfilaron ante nuestras atónitas miradas. en su elemento natural. toda aquella colección de los mares japoneses y chinos. La primera embarcación se destruyó casi inmediatamente. anclas. resistió varios días. CELAYA. donde la nave se perdió con todo su equipo y tripulantes.

sorprendido—. anhelante. más bien cabe decir con una deformidad natural. clase de los gasterópodos. . —Por estos documentos. — ¡Un caracol siniestro! —repitió Consejo. muchacho. —¡Ah!. —Es verdad. ¿Se ha lastimado el señor? —No. crea el señor que jamás he experimentado emoción semejante. tropecé con un verdadero prodigio. género oliva. pero en vez de formar espiral de derecha a izquierda. —¡ Ah! —exclamó el muchacho. Eran las propias instrucciones del ministro de Marina al comandante La Pérouse. GUADALAJARA. cuando de pronto. . Acababa de dar a Consejo una paletada y de remontar su aparato. tomando el caracol con mano trémula—. retirar de ella una caracola y lanzar un grito de conquiliólogo. vi un legajo de papeles amarillentos. ¡qué hermosa muerte para un marino! —exclamó el capitán Nemo—. —¿Qué descubrimiento? —¡Este caracol! —le contesté. (BIBLIOTECA DE MÉXICO). GUADALAJARA. cuyo hallazgo casi puede calificarse de milagroso. JALISCO P. Y el capitán Nemo me presentó una caja de hojalata. —¿Es posible? —exclamó Consejo. —¿Qué ocurre? —me preguntó. pero no me hubiera dolido dar un dedo. me vio hundir rápidamente la mano en la ABIGAIL QUEVEDO NAVARRETE (9 AÑOS). encontrados en el lugar del último naufragio. orden de los pectinibranquios. es dePERLA PATRICIA ÁVILA VALENCIA (6 AÑOS). —Pero si es simplemente una oliva pórfido. ¡No hay tumba más tranquila que esa tumba de coral. sellada con las armas de Francia y completamente corroída por las aguas salinas. Consejo. COAHUILA. —Mira su espiral. esta oliva se arrolla de izquierda a derecha. .TORREÓN. MÉXICO D. cir. es un caracol siniestro.F.ABIGAIL QUEVEDO NAVARRETE (9 AÑOS). r 62 63 ADÁN RODRÍGUEZ MATA (8 AÑOS). rama de los moluscos. —Sí. JALISCO P. a cambio de mi descubrimiento. repleto de diversas conchas bastante ordinarias. Al abrirla. y haga el Cielo que ella sea la de mis compañeros y la mía!” “Pero en el momento en que menos lo esperaba. pero legibles todavía. anotadas marginalmente por mano de Luis XVI. el grito penetrante que puede articular garganta humana. mostrando con aire triunfal el objeto de mi entusiasmo. red.

esta ley para las espirales de los caracoles. El capitán Nemo tenía particular interés en comprobar CAROLINA CABRERA VICTORIA (8 AÑOS). la Naturaleza ha seguido. con la mano. al conducirnos a aquel sitio. su admirable oriente. donde se desarrollaba aisladamente. el estado actual del tridácneo. Todas son diestras. para impedir que se juntaran. vi una perla libre. No era la primera vez que lo visitaba. El capitán Nemo conocía evidentemente la existencia del bivalvo. JAL ISC O. r 64 65 CAROLINA CABRERA VICTORIA (8 AÑOS). para palparla. en general. ALA N GA BR IEL RO ME RO PA CH EC O (7 AÑ OS ). una tridácnea gigantesca. PUEBLA. más que la izquierda. alargué la mano para cogerla. Pues bien. entre los pliegues foliáceos. Impulsado por la curiosidad. para tantearla. lo hizo con el solo propósito de mostrarnos una curiosidad natural. ¡Y había para emocionarse! Se sabe. que avanzaba diagonalmente. y supuse que. imposibilitado para moverme. Los astros y sus satélites efectúan sus movimientos de traslación y de rotación. PUEBLA. en efecto. por casualidad. y retirando su cuchillo. El capitán se aproximó e introdujo su cuchillo entre las conchas.Era una concha de extraordinarias dimensiones. en las tranquilas aguas de la gruta. nuestros pies hollaron el fondo de una especie de pozo circular. cuyo tamaño igualaba al de una nuez de cocotero. y cuando. El hombre utiliza ordinariamente la mano derecha. GU AD ALA JAR A. y por consiguiente mayor que la que adornaba el salón del Nautilus. que la destrosidad es una ley natural. Quedé mudo de horror. siendo preciso el estómago de un Gargantúa para ingerir unas cuantas docenas como ella. GUADALAJARA. los coleccionistas la pagan a peso de oro”. Semejante ostra podría contener quince kilogramos de carne. el capitán Nemo se detuvo y nos indicó con un ademán un objeto en el que aún no me había fijado. hizo un signo negativo. hacían de ella una joya de inestimable valor. Su forma globulosa. como lo han hecho notar los especialistas. r “Era un tiburón de gran tamaño. Las dos valvas del molusco estaban entreabiertas. Pero el capitán me detuvo. con rápido ademán. para emplearlos de derecha a izquierda. sus instrumentos y sus aparatos están combinados JULISA ESTEFANÍA WILLAN LLAMAS (10 AÑOS). una pila capaz de contener un lago de agua bendita. Allí. “Después de haber descendido una empinada pendiente. una es siniestra. con raras excepciones. y por ello. PUEBLA. de derecha a izquierda. Me acerqué al fenomenal molusco. . su limpidez perfecta. Allí. levantó la túnica membranosa y franjeada en sus bordes que formaba la vestidura del animal. Su biso le mantenía adherido a una placa de granito. con los ojos chispeantes y las fauces abiertas. después. PUEBLA. Me equivocaba. un receptáculo cuya anchura excedía de dos metros. Calculé su peso en trescientos kilogramos. dejó que las dos valvas se cerraran súbitamente”. JALISCO.

cuya aleta dorsal va guarecida de filamentos. GUADALAJARA. congrios. féfolos tenias. y los marinos peces silbadores.RICARDO SALAS PINEDA (7 AÑOS). se levantó apresuradamente. y en el momento de acometerle éste. azules. GUADALAJARA. pardas. y cuyo lado superior. triglas. de tres pies de largo. ataviados de verde. D. se fue derecho al monstruo. que figuran el instrumento del viejo Homero. Pero no paró ahí la cosa. sólo a título de curiosidad. alosas salpicadas de manchas negras. que son sensibles al sonido argentino de las campanillas. especie de losanges con aletas amarillentas. que se echó a un lado. Figuraban entre ellos blanquecinos gimnotos. que flotaban como sutiles algas. Luego. los peces mediterráneos que Consejo y yo no vimos más que de pasada. El voraz animal. el izquierdo. holocentros merones. sino que se entabló un terrible combate. esperó con admirable impasibilidad al escualo. JULISA ESTEFANÍA WILLAN LLAMAS (10 AÑOS). amarillas o verdes. esos faisanes marinos. “Citaré. que pasaban como impalpables vapores: morenas. El tiburón insistió en su ataque y se volvió sobre el lomo. La escena duró escasamente unos segundos. . empuñando su cuchillo. gados merlos. El mar se tiñó de rojo y no pude ver nada más a través del opaco líquido”. grises. dando un vigoroso aletazo se lanzó sobre el indio. MÉXICO. que nadan con la rapidez del pájaro cuyo nombre llevan. Replegado sobre sí mismo. en el momento de ir a zamparse al infortunado pescador. de roja cabeza. cuyo hígado constituye un delicado manjar. se desvió con asombrosa presteza. El escualo. está generalmente jaspea- r 67 DIA NA JAE L CA BRE RA VIC TO RIA (10 AÑ OS PUE BLA . triglas golondrinas. de azul y de amarillo. evitando la dentellada del tiburón pero no el coletazo que. ALAN GABRIEL ROMERO PACHECO (7 AÑOS). y restituyéndose a su posición normal. serpientes de tres a cuatro metros. . Aún me parece ver al capitán Nemo. vio a su nuevo adversario. le embistió rápidamente. La sangre manaba a borbotones de su herida. El tiburón rugió. a las que los poetas llaman liras. presto a luchar cuerpo a cuerpo con él.F. dispuesto a engullirse al indio. espléndidos rodaballos. alcanzándole en el pecho le derribó en tierra. moteadas de obscuro. apostado junto a mí. JALISCO. por decirlo así. cuyo hocico aparece adornado por dos placas triangulares y dentadas. JALISCO. cuando el capitán Nemo. esquivó el golpe y hundió el cuchillo en el vientre del animal. PUE BLA ).

labros. (BIBLIOTECA DE MÉXICO). en su parte anterior.tre blanco y manto negro. como ballestas. Era un calamar de colosales dimensiones.F. barbos. dos o tres cachalotes provistos de una aleta dorsal. salía vibrando de aquel verdadero alicate. más formidable que él. . implantados en la cabeza. Veíanse distintamente las doscientas cincuenta ventosas distribuidas en la cara interna de los tentáculos. ni todos los principales representantes del orden de los pleuronectos. conocidas con el nombre de monjas. por ofrecer la apariencia de religiosas dominicas. de tres metros de longitud. Sentí no haber visto aquel reptil. Su color inconstante cambiaba con pasmosa rapidez. según el estado de irritación del ani¿Qué exasperaría al molusco? Probablemente la presencia del Nautilus. JALISCO. A veces. esperinques. hipocampos. D. clavando en él sus ojazos de tinRICARDO SALAS PINEDA (7 AÑOS). centriscos. por la descripción que me hizo Consejo. porque. turbas. ¡Qué capricho de la Naturaleza! ¡Dotar de pico a un molusco! Su cuerpo. y en el cual no poSARA CARLA SÁNCHEZ RODRÍGUEZ (11 AÑOS). verdaderas aves del paraíso del Océano. por pequeñas líneas claras. Consejo creyó haber distinguido una tortuga de seis pies de anchura. pajeles. ribeteada por tres aristas salientes. tetrodones. y cuya cabeza está cebrada. exocetos. produciendo el vacío. creí reconocer en él uno de los escasos ejemplares de la especie laúd. Sus ocho brazos. de admirables salmonetes. y una docena de focas de vien- tas verdosas. Yo sólo vi algunas cacuanas. PUEBLA. como latijas. desde el rojo cinabrio de la vida hasta el blanco lívido de la muerte. D. mal. con su prolongado caparazón”. tenían un desarrollo doble del de su cuerpo y se retorcían como la cabellera de las furias. constituía una masa carnosa que debía pesar de veinte a veinticinco mil kilogramos. o mejor dicho sus ocho pies. digno de figurar en las leyendas teratológicas. Alcanzaría unos ocho metros de longitud. me pareció reconocer. “Ante mis ojos se agitaba un horrible monstruo. culpa fue de la vertiginosa velocidad a que nos arrastraba el Nautilus a través de aquellas opulentas aguas. que los romanos pagaban hasta a diez mil sextercios el ejemplar y que hacían morir a su vista. Entre los mamíferos marinos. MÉXICO. al cruzar frente al Adriático. JULISA ESTEFANÍA WILLAN LLAMAS (10 AÑOS). Por su parte. MÉXICO. blenias. Su lengua. y marchaba reculando con extraordinaria velocidad. en sentido longitudinal. 68 69 DIANA JAEL CABRERA VICTORIA (10 AÑOS). r do de negro y amarillo. se abría y se cerraba verticalmente. algunos delfines del género de los globicéfalos. fusiforme y abultado en su parte media. en fin. una especie de apéndice córneo semejante al pico de un loro. Y si no pude observar otros. para seguir con mirada cruel sus cambios de color. GUADALAJARA. exclusivos del Mediterráneo. que han valido a esos animales el calificativo de cefalópodos. córnea también y armada de varias hileras de agudos dientes.F. en dirección al Nautilus. comunes al Atlántico y al Mediterráneo. anchoas. La boca del monstruo. PUEBLA. bogas y orfeos. pasando sucesivamente del gris claro al pardo rojizo. hipoglosos. pertenecientes al género de los ficeteros. dichas ventosas se aplicaban al cristal de la claraboya del salón. platijas y lenguados. en forma de cápsulas hemisféricas.

entró en el salón el capitán Nemo. —Si acaso —contestó el canadiense— el tropiezo ha debido ser leve. ¡qué vitalidad ha otorgado el Creador a esos monstruosos pulpos. GUANAJUATO. Continué mi tarea. Todos escoltaban al Nautilus. miró a los pulpos y cambió unas frases con su segundo. (BIBLIOTECA DE MÉXICO). 70 C A AÑ R DO S A L A O S ). Un fuerte choque hizo trepidar toda su trabazón. seguido de su segundo. Las aletas . E D D . pero no andaba. Transcurrido un minuto. XALAPA. SERGIO BAUTISTA CARRILLO (11 AÑOS). “…acababan de aparecer otros pulpos. Estaba más que colmado nuestro anhelo. Hubiérales podido calcar sobre el cristal. D. Los monstruos se mantenían en nuestras aguas con tal precisión. —Este salió. M S P É XI C I N O . que parecían inmóviles. Sin dirigirnos la palabra. MÉXICO. oyéndose rechinar sus picos. —En efecto. se paró el Nautilus. —Curiosa colección de pulpos. y vamos a combatirlos cuerpo a cuerpo. puesto que poseen tres corazones!”. se cerró la claraboya y se iluminó el techo. maestro —me contestó—. SERGIO ÁVILA MELÉNDEZ (9 AÑOS). CELAYA. JALISCO. Miré al capitán. r TADEO CHANEZ CALDERÓN (7 AÑOS). creyendo no haber oído bien”. Yo me adelanté hacia el capitán. al resbalar sobre el blindaje de acero. sin vernos quizá. MÉRIDA. —¿Hemos encallado? —pregunté. se fue a la claraboya. YUCATÁN. de la hélice no batían las ondas.F. Me pareció preocupado. Hacía tiempo que no le veía.F RI 7 ( HERNÁN MANZANO MONTANO (8 AÑOS). GUADALAJARA. El Nautilus flotaba efectivamente. qué vigor en sus movimientos. De pronto. reduciendo su tamaño. A . con la desenvoltura con que hubiera podido hacerlo un aficionado ante la vitrina de un acuario. tanto más cuanto que nuestra marcha era bastante moderada. porque seguimos a flote. en la banda de estribor.SERGIO DENIS PACHECO ALONSO (6 AÑOS). —le dije. A los pocos instantes. Conté siete. Sin embargo. VERACRUZ. dían succionar sus brazos ni hacer presa sus mandíbulas.

MEXICALI.. CAROLINA CABRERA VICTORIA (8 AÑOS). señor Ralph. que ha hallado usted una manera pintoresca de decir que la Tierra es más pequeña. PUEBLA. 1957.. JALISCO. ochenta días desde que la sección Rothal y Allahabab ha sido abierta en el Great-Indian Peninsular Railway. —En ochenta días nada más —dijo Phileas Fogg. México. ZAPOPAN. He aquí el cálculo hecho por el Morning-Chronicle: * Fragmentos tomados de: La vuelta al mundo en ochenta días. PUEBLA. y eso porque ahora se le da la vuelta en tres meses. PUEBLA La vuelta al mundo en 80 días* . PUEBLA. “ EDUARDO MARTÍN GALLO TORRES (6 AÑOS). MÉXICO. BAJA CALIFORNIA.JOSÉ LUIS GUTIÉRREZ CALDERÓN (11 AÑOS). D. Editorial Cumbre. señores —añadió John Sullivan—. —En efecto. 0000000000000000000000000000 VERÓNICA SALAS PINEDA (8 AÑOS).F. H ay que convenir. MAR ADRIANA DE LA ROSA ZAYARZABAL (10 AÑOS).

dibujaba los contornos de su talle.... PUEBLA.. TABASCO... 7 días De Suez a Bombay...... en vapor y ferrocarril. su cuello. dijo: AIDALÍ CANTO SUÁREZ (11 AÑOS).. armada con desnudos sables y damasquinadas pistolas... PUEBLA. YUCATÁN. ataviado con los ricos vestidos de rajá y llevando. en vapor..............13 días De Bombay a Calcuta...... por el Monte Cenis y Brindisi. en vapor....llas de oro.13 días De Hong-Kong a Yokohama (Japón). pendientes y anillos................. JORGE IVÁN CHÁVEZ VARELA (10 AÑOS). De Londres a Suez. collares......7 días De Nueva York a Londres... cuyos gritos ahogaban a veces el estruendo ensordecedor de los instrumentos musicales... sus orejas.. la túnica tejida de seda y oro.....3 días De Calcuta a Hong-Kong (China).. en ferrocarril. como en vida. Sir Francis Cromarty contemplaba toda aquella pompa con un aire singularmente triste..... en vapor.........9 días Total: 80 días “Aquella mujer era joven y blanca como una europea... en ferrocarril y vapor .. el turbante bordado de perlas... Era el cuerpo de un viejo...... Volviéndose hacia el guía.... el cinturón de cachemira con diamantes y sus magníficas armas de príncipe de la India..... estaban cargados de joyas.... Su cabeza. . sus manos..... conducía un cadáver en un palanquín.. Detrás de la joven —formando contraste violento—......... brazaletes.... MÉRIDA............ recubierta de una ligera muselina.. sus brazos....... Cerraban el cortejo los músicos y una retaguardia de fanáticos. Una túnica adornada de lamini- r 74 TAHIRI MARTÍNEZ NÚÑEZ (11 AÑOS)......... por ferrocarril... sus pies.6 días De Yokohama a San Francisco.... HUIMANGUILLO. una guardia de honor.....22 días De San Francisco a Nueva York............. en vapor........

Por eso son objeto de BETSYE BRENDA CASTILLO MONTALVO (11 AÑOS). CELAYA. —¿Cuál? —¡Un elefante! Un elefante que pertenece a un hindú que vive cerca de aquí. Los machos. —Vamos a ver al elefante —respondió Fogg. pero se emplea con éxito por los cuidadores. GUANAJUATO. que era amaes- r 76 77 SARA CARLA SÁNCHEZ RODRÍGUEZ (11 AÑOS). miserables! —exclamó Passepartout. larga procesión fue desfilando lentamente bajo los árboles y pronto las últimas hileras desaparecieron en la profundidad de la selva.F. sino para el combate. JORGE IVÁN CHÁVEZ VARELA (10 AÑOS). que se utilizan en las luchas de los circos. —¿Y el cadáver? —preguntó Fogg. —Es el del príncipe. sir Francis Cromarty y Passepartout llegaban a una choza rodeada por una cerca formada por una alta empalizada. son muy buscados. había empezado a modificar la índole natu- . Poco a poco. con el objeto de llevarlo gradualmente al paroxismo de la rabia llamado mutsh en idioma hindú. un elefante. Cinco minutos más tarde. MÉXICO. Phileas Fogg decidió emplearlo. En el cercado hallaron a un animal medio domesticado. En la choza había un hindú y. MÉXICO. Phileas Fogg que había oído aquella palabra pronunciada por sir Francis. pero un sacrificio voluntario. a primeras horas del día. Por fortuna para Fogg. señor Fogg —contestó el brigadier general—. junto a la cerca. A falta de otra montura. PUEBLA “Señor —dijo. como todos sus congéneres. sin poder reprimir su indignación. los cantos dejaron de oírse. Hubo todavía algunos gritos lejanos y luego se hizo un profundo silencio. D. en cuanto la procesión hubo desaparecido. con cierta vacilación—. (BIBLIOTECA DE MÉXICO). D. su marido —contestó el guía—. ralmente pacífica de la bestia. Kiumi —éste era el nombre de la bestia— podía. PUEBLA. —¿Un sutty? El parsi hizo un gesto afirmativo y se cruzó los labios con un dedo. no para utilizarlo en trabajos de tiro y carga. para lo cual lo había estado alimentando durante tres meses con azúcar y manteca. —¡Ah. Estos animales se reproducen raramente en estado de domesticidad. La mujer que hemos visto será quemada mañana. Phileas Fogg. el elefante en cuestión acababa de ser sometido a dicho régimen y el mutsh no se había declarado todavía. donde empiezan a escasear. creo haber encontrado un medio de transporte. debido a lo cual sólo pueden obtenerse cazándolos. Para tal fin. preguntó: —¿Qué es un sutty? —Un sutty.F. La trado por su propietario. un rajá independiente de Bundelkund”. sostener durante mucho tiempo una rápida marcha. Dicho tratamiento tal vez parezca impropio para conseguir tal resultado. Pero los elefantes son caros en la India.VERÓNICA SALAS PINEDA (8 AÑOS). es un sacrificio humano. El hindú franqueó el paso a Fogg y a sus dos acompañantes.

PUEBLA. y a las nueve salían todos de la aldea para internarse por el camino más corto en la selva espesa de palmeras”. D. MÉXICO. Pero ANA KAREN CISNEROS ÁLVAREZ (9 AÑOS). ¿Veinte libras? Tampoco. y le ofreció mil libras por él”. Negativa. ¿Cuarenta libras? Nueva negativa. El parsi se aposentó en el cuello del elefante. Fogg ofreció a sir Francis llevarlo hasta la estación de Allahabad. la suma era importante. Sin embargo.F. Phileas Fogg. el viaje representaba la cantidad de seiscientas libras. Passepartout botaba a cada nueva oferta. (ÁLVARO OBREGÓN). “El elefante fue preparado y equipado al punto. ñas de Passepartout. Passepartout se instaló a horcajadas sobre la gualdrapa. a ambos lados. y cuando Phileas Fogg pidió al hindú si quería alquilarle su elefante. adornado con alas multicolores. r como aquella nariz era su pan. CHACÓN. solícitos cuidados. MÉXICO. Se adquirieron víveres en Kholby. una especie de artolas bastante incómodas. Pero el hindú no se dejaba tentar. y se le aplicó en la cara una nariz de seis pies de largo. Parecía verdaderamente que los arrancasen de las entra- 78 VERÓNICA SALAS PINEDA (8 AÑOS). . Cubrió con una especie de gualdrapa el lomo de la bestia y acomodó. el hindú se negó rotundamente a ello. Phileas Fogg pagó al hindú en billetes de banco que fueron sacados del famoso saco. HIDALGO. entre su amo y el brigadier general. D. El brigadier general aceptó.JORGE IVÁN CHÁVEZ VARELA (10 AÑOS). sin dar señales de animación. Admitiendo que el elefante emplease quince horas en llegar a Allahabad. Sir Francis se acomodó en una de las artolas y Fogg en la otra. Después.F. El parsi conocía perfectamente el oficio de mahout o cornac. ABRIL IRERI TERÁN SOSA (12 AÑOS). Fogg insistió y ofreció por la bestia un precio excesivo: diez libras por hora. “…el pobre muchacho se sintió muy compungido cuando —triste recuerdo de su juventud— se endosó su traje medieval. PUEBLA. no le quedó más remedio que resignarse. que recibiría el dueño de la bestia. propuso entonces al hindú comprarle el elefante.

(BIBLIOTECA DE MÉXICO). y Passepartout se precipitaron por los pasillos pero tropezaron con el honorable Batulcar. con las alas a la espalda y. “Hacia las tres de la tarde. Passepartout entró en escena y fue a alinearse junto a sus compañeros que debían formar la base del Carro de Jaggernaut. Fogg y Aouda ponían los pies en el paquebote norteamericano. adherida al rostro. En los momentos en que redoblaban los aplausos y los instrumentos de la orquesta estallaban como truenos. reclamaba daños y perjuicios por la ‘rotura’. En este caso. que sólo se tocaban por la punta. el equilibrio fue roto. Era culpa de Passepartout. EDUARDO PÉREZ HERNÁNDEZ (7 AÑOS). saltó del escenario sin utilizar sus alas. —¡Mi amo! ¡Mi amo! —¿Usted? —¡Yo! JOCELYN CANTO SUÁREZ (8 AÑOS). exclamando. Phileas Fogg lo calmó con un puñado de billetes de banco y a las seis y media. Aouda. quien. TABASCO. Se tendieron todos en el —Bien. que todavía no se había podido arrancar”. en el momento en que iba a zarpar. como los llaman impropiamente los norteamericanos— andaban con paso tranquilo. MEXICALI. MÉXICO. la pirámide osciló. lanzando formidables JOSÉ REYES MATURÍN SÁNCHEZ (10 AÑOS). aquella nariz de seis pies.. r 80 . suelo. trató de introducir un espolón en el flanco de la inmensa columna. HUIMANGUILLO. ¡al paquebote.. quien. abandonando su lugar. un tercero encima. después de haber moderado su velocidad. que lo acompañaba. La máquina.BRENDA GUADALUPE CAMPOS LÓPEZ (9 AÑOS). BAJA CALIFORNIA. con la nariz levantada hacia el cielo. MÉRIDA. pero tuvo que detenerse delante de la impenetrable masa. uno de los narigudos de la base falló y todo el monumento se derrumbó como un juego de naipes. YUCATÁN. trepó a la galería de la derecha y cayó a los pies de un espectador. Aquellos rumiantes —búfalos.F. luego un cuarto. un rebaño de diez o doce mil cabezas interceptó la vía. Un segundo grupo de equilibristas se colocó sobre sus largos apéndices. D. seguidos de Passepartout. un monumento humano se levantó hasta el techo del teatro. y sobre aquellas narices. furioso. muchacho! Fogg.

pues muchos de los alambres se habían roto y era imposible arriesgar el paso. PUEBLA. tendríamos algunas probabilidades de pasar. SINALOA. Creo que. todos los interesados en la cuestión fueron de la opinión del maquinista”. Tenían una alzada superior a la de los toros de España. Passepartout se detuvo. ¡Al tren! ¡Y enseguida! Pero nadie me convencerá de que no hubiera sido más natural pasar primero a pie por el puente y después el tren. la cual agradaba particularmente al coronel Proctor. —¿Por el puente? —preguntó un viajero. “—¡Al tren! ¡Al tren! —gritó el revisor. el cuello y los hombros cubiertos de largo pelo. —¡Diablos! —exclamó Passepartout. al tren! —repitió Passepartout—. los cuernos separados en la base. Hubiera querido descargar contra ellos su arsenal de revólveres”. Incluso recordó que los ingenieros habían tenido la idea de atravesar los ríos ‘sin puente’. Passepartout estaba furioso por el retraso que causaba aquella aglomeración de animales. las piernas y la cola cortas. Los viajeros. pues. no exageraba al afirmar que no se podía seguir adelante”. Cuando los bisontes han tomado una alineación. Y. MÉRIDA.mugidos. No era posible pensar detener aquella migración. CULIACÁN. contemplaban el curioso espectáculo. Es como un torrente de carne viva que ningún dique podría contener. —Sí. —¡Sí. El guardavía. tal vez habría una manera de pasar. dispersos en las pasarelas. Phileas Fogg. nada puede modificar o impedir su marcha. un saliente morrillo que forma una giba muscular. “—¡No! ¡No hay manera de pasar! El puente de Medicine-Bow está desquiciado y no soportaría el peso del tren. MARÍA MAGDALENA SAUCEDA LÓPEZ (7 AÑOS). tendido sobre un rabión. —Sí. y la cabeza. —Pero el puente amenaza ruina —dijo el revisor. Pero el que hubiera tenido que estar más nervioso de todos.. —No importa —contestó Forster—. Aquel turbulento espíritu encontraba la cosa muy factible. . ZAC. YUCATÁN. Parecía devorar las palabras del maquinista. amenazaba ruina. r AIDALÍ CANTO SUÁREZ (11 AÑOS). Se trataba de un puente colgante. levantó la voz para decir: —Señores. JESÚS GABRIELLE RAMÍREZ ZAMBRANO (7 AÑOS). KARLA PAOLA DE LOERA VÁZQUEZ (6 AÑOS). ZACATECAS. a fin de cuentas. —¿Con nuestro tren? —preguntó el coronel. un auténtico yanqui llamado Forster. “…el maquinista. Pero cierto número de viajeros se había dejado seducir inmediatamente por la proposición.. a una milla de distancia del lugar donde se encontraba el convoy. con nuestro tren. permanecía en su sitio y esperaba filosóficamente que pluguiese a los bisontes dejar libre el paso. Según el guardavía. lanzando el tren a su máximo de velocidad. etc. PUEBLA. con trenes rígidos lanzados a toda velocidad.

y el maquinista no consiguió parar su máquina sino hasta cinco millas más lejos de la estación. Así. PUEBLA. hora de salida del paquebote de Liverpool? —Sumo interés. que el tren marchaba a una velocidad de cien millas por hora y que. la diferencia es de ocho horas. lleva usted veinte horas de retraso. MEXICALI. ¿Tiene usted mucho interés en estar en Nueva York el día 11. Passepartout se instaló de nuevo en su asiento. se hundía con gran estrépito en el rápido Medicine-Bow”. Pero apenas había el tren cruzado el río. —No. señor —le dijo—: ¿tiene usted prisa? —Mucha. r 84 85 CAROLINA CABRERA VICTORIA (8 AÑOS). La locomotora silbó estrepitosamente. CULIACÁN. Empezó a acelerar y pronto adquirió una velocidad espantosa. —Bien. En un trineo de vela. ¿Quiere usted intentarlo? —¿A pie? —preguntó Fogg.—Permítame que insista —continuó Fix—. los ejes de las ruedas humeaban dentro de las cajas de grasa. con doce horas de adelanto. Luego. pulso antes de saltar. El maquinista invirtió la marcha del tren y retrocedió casi una milla. Puede decirse que el convoy saltó de una orilla a la otra. definitivamente maltrecho. r JOSÉ LUIS GUTIÉRREZ CALDERÓN (11 AÑOS). PUEBLA. tras un segundo silbido. MEXICALI. ras. reemprendió la marcha hacia adelante. BAJA CALIFORNIA. como el volatinero que toma imJOSÉ LUIS GUTIÉRREZ CALDERÓN (11 AÑOS). Sólo se oía el resoplido de las válvulas de la locomotora. BAJA CALIFORNIA. Un hombre me ha propuesto este medio de transporte”. antes de las nueve de la noche. Los viajeros habían vuelto a sus sitios en los vagones. ya no pesaba sobre los raíles. “—Hablando en serio. en trineo —contestó Fix—. los pistones daban veinte golpes por segundo. —Si este viaje no hubiese sido interrumpido por el ataque de los indios. Nadie prestó oídos a esta sabia reflexión. SINALOA. Se trata de ganar solamente ocho hoFRANCISCO JAVIER TAMAYO SÁIZ (10 AÑOS). el puente. ¿habría usted llegado a Nueva York el 11. pues. Advertíase. ¡Y se pasó! Fue como un relámpago. Los jugadores estaban entregados a su whist. debido a ello. por decirlo así. sin decir nada de lo que había sucedido. . No se vió nada del puente. por la mañana? —Sí. Entre veinte y doce.

México. los pasajeros pudieron prolongar. y a la una de la tarde. La sola maniobra que quedaba por hacer aún fue hecha en aquel momento. JALISCO. PUEBLA. Editorial Porrúa.. PUEBLA. la barquilla no estaba suspendida a más de seiscientos pies sobre el océano. Aligerando la barquilla de todos los objetos que contenía. PUEBLA. el fluido se escapaba sin que fuera posible retenerlo. te. PUEBLA. su suspensión en el aire. la barquilla y el globo habrían desaparecido definitivamente en las olas. núm. Cuarta edición (Col. FABIOLA VEGA MORA (10 AÑOS). Los pasajeros del aerostato eran. Pero la inevitable catástrofe no podía retardarse. . La isla misteriosa* “ FABIOLA VEGA MORA (10 AÑOS). 1979. 123). 87 AARÓN GUADALUPE GARCÍA H. El descenso se aceleraba visiblemen- EFRÉN CARMONA ORLA (7 AÑOS). * Fragmentos tomados de: La isla misteriosa. PUEBLA. en efecto. Sepan Cuantos. Evidentemente no eran dueños del aerostato. durante algunas horas. (7 AÑOS). si no aparecía alguna tierra antes de la noche. GUADALAJARA.SONIA MINGAUD RODRÍGUEZ (8 AÑOS). imposible impedir la huida del gas. La cubierta del globo se deshinchaba por momentos. PUEBLA. NAYARIT. sin duda. Sus tentativas no tuvieron resultado. gente enérgica y sabían S ituación terrible la de aquellos infortunados. los pasajeros. Era. y.. que se escapaba libremente por una rasgadura del aparato.

. Fue MARTHA DANIELA CONCHA SILVA (10 AÑOS). La barquilla era una especie de caja de mimbre. se oyó una voz fuerte que decía: —¡Tierra! ¡Tierra! Un saquito pesado cayó entonces al mar. TABASCO. miraban el abismo. impropia para flotar. Los pasajeros habían hecho todo lo que era posible hacer. a las mallas de la red. en efecto. mirar la muerte cara a cara.—¿Qué lastre nos queda? —¡Ninguno! —¡Sí!.. obra como una balanza de exactitud matemática. el único y último medio de aligerar el aerostato. pero no tardará en volver a caer! 88 89 JOSÉ IGNACIO GARCÍA PÉREZ (10 AÑOS). VILLAHERMOSA. TIJUAN A. . FA B IO GA LA V E MOR AÑO A (1 0 EB S ). el aerostato volvió a descender. —¡Top ha visto alguna cosa! —exclamó uno de los pasajeros. y al mar la barquilla! Era. Sabido es de qué sensibilidad estática están dotados los aerostatos. y se sostenían en los hilos de las mallas. P U UEB LA . y no había posibilidad de mantenerse en la superficie del mar si caía. Los cinco pasajeros que se habían metido en la red. Poco rato después. el globo no estaba más que a quinietos pies sobre la superficie de las aguas. aligerado de un peso relativamente considerable. Estaban decididos a luchar hasta el último segundo y hacían todo lo que podían para retardar su caída. En aquel momento una voz varonil —la voz de un hombre cuyo corazón era inaccesible al temor —se oyó. después de la caída de aquélla. ¡La barquilla! —¡Acomodémonos en la red. P LA . flotando en el aire. encima del círculo. Un perro que acompañaba a los pasajeros estaba asido. Se comprende. después de estar un instante equilibrado en las zonas superiores. —¿Se ha arrojado todo? —¡No! ¡Aún quedan dos mil francos en oro! LAURA YAREL I RIESG O LOZAN O (11 AÑOS ). No se oyó ni un solo murmullo escaparse de sus labios. El aparato. Las cuerdas que sostenían la barquilla al círculo fueron cortadas. A las cuatro. Ningún medio humano podía salvarles ya. BAJA CALIF ORNIA . y el aerostato. Sólo tenían que contar con la ayuda de Dios. el aerostato estaba apenas a cuatrocientos pies sobre las olas. —¿Se eleva el globo? —¡Un poco. Se oyó un ladrido. lo que pasó en aquella ocasión. El gas se escapaba por una rasgadura imposible de reparar. A las dos. cerca de su dueño. Era suficiente arrojar el objeto más ligero para provocar un movimiento en sentido vertical. remontó dos mil pies. Pero. CHIHUAHUA. CHIHUAHUA. su movimiento sea importante y brusco. A esta voz respondieron voces no menos enérgicas. pues que.

la tierra no estaba más que a una milla de distancia. después del alba había franqueado una distancia considerable. Cerca de las cuatro. estuviese o no habitada. como un buque con viento en popa. y aun con la condición de no desviarse. que se contaba por centenares de millas. pero el globo ajado. isla o continente. Los pasajeros. y el viento lo empujó. MÉXICO. fueron golpeados por las furiosas olas. porque apenas sabían hacia qué parte del mundo el huracán los había arrastrado. COAHUILA. Rozaba la superficie del mar. Como si hubiera sido aligerado súbitamente 91 . como un pájaro que tiene plomo en las alas. asidos a la red. que al parecer no podía ya levantarse. CHRISTIAN DANIEL GARCÍA OLIVAS (12 AÑOS). era evidente que el globo no podía sostenerse. OCAMPO. a impulsos de un formidable golpe de mar. en efecto. no conservaba más gas que en su parte superior. de aparecer en aquella dirección. MARÍA FERNANDA TÉLLEZ GARCÍA (12 AÑOS). ¡Una hora! ¿No se habría escapado ya el fluido que les quedaba? ¡Tal era la terrible cuestión! Los pasajeros veían distintamente aquel punto sólido. PUEBLA. flojo. ¡Parecía que iban a llegar a la costa! Pero cuando no estaban más que a dos cables de distancia. El globo. arrollado en gruesos pliegues. era su único refugio! FABIOLA VEGA MORA (10 AÑOS). ¡Pero aquella tierra. que era menester alcanzar a toda costa. y pronto. (TLÁHUAC). PUEBLA. Media hora más tarde. acababa de dar un salto inesperado. fuera o no hospitalaria. Ya las crestas de las enormes olas habían lamido muchas veces la parte inferior de la red. No faltaba más que una hora para llegar a ella. y una tierra elevada acababa. Pero aquella tierra se encontraba aún a treinta millas a sotavento. arrastrado sin cesar por el viento hacía el sudoeste.F. La cubierta del aerostato inflóse entonces. y el aerostato no se levantaba sino a medias. ¡Ignoraban lo que era. deshinchado. resonaron gritos terribles.El globo. salidos de cuatro pechos a la vez. medio sumergidos en el mar. D. haciéndola aún más pesada. pesaban ya demasiado para él.

todo estaba ANDRÉS VÁZQUEZ LEYVA (11 AÑOS). la dehesa! —exclamó Ayrton. las fuentes del Arroyo Rojo. Era. el cual seguía proyectando vapores y humo mezclados con llamas r 92 . D. animados de un mismo pensamiento. remontó a una altura de mil quinientos pies. ABRIL VALENTINA PINEDA CASTILLO (8 AÑOS).” amenazado de una destrucción inmediata. Afortunadamente aquel cono estaba inclinado hacia el Norte y cayó sobre la llanura de arenas y tobas que se extendía entre el volcán y el mar. En fin. “Hasta entonces ninguna modificación se había producido en la isla del volcán. y todos. MÉXICO. hinchándose en la nueva cima. Eran las dos de la mañana. y que pesaba miles de millones de libras. y cayó sobre la arena de la orilla. F. los bosques del Jacamar. Al mismo tiempo. a impulso de las lavas que llegaron al nivel del primer piso del volcán. D. desapareció el cono que formaba su capelo. fuera del alcance de las olas. Los colonos creyeron al principio que la isla se dislocaba. masa de mil pies de altura. las partes fértiles de la isla. YUCATÁN. MÉRIDA. el cono superior.y piedras incandescentes. corrieron a la dehesa para poner en libertad a los animales que encerraba. y allí encontró una especie de remolino de viento que. Pero durante la noche del 23 al 24. en efecto. había sido precipitado sobre la isla haciendo temblar el suelo.F. MARÍA FERNANDA TÉLLEZ GARCÍA (12 AÑOS). MÉXICO. A los gritos de Ayrton los colonos se precipitaron hacia el establo de los onagros. dos minutos más tarde se acercaron oblicuamente. de una nueva parte de su peso. El cielo estaba en llamas. —¡La dehesa. y se precipitaron fuera del Palacio de Granito. proyectaba hacia el cielo una luz tan intensa. (TLÁHUAC). en lugar de llevarlo directamente a la costa. Entonces resonó un trueno espantoso. se derramaba en largas cascadas como el agua que se escapa de un estanque demasiado lleno y mil serpientes de fuego corrían sobre las pendientes del volcán. la dehesa el punto a donde se dirigían las lavas por consecuencia de la orientación del nuevo cráter. le hizo seguir una dirección casi paralela a ella. que por el simple efecto de la reverberación la atmósfera parecía incandescente. (TLÁHUAC). un torrente de lavas. engancharon el carro. inmediatamente abierto entonces. El cráter.

BAJA CALIFORNIA. De la dehesa no había quedado el menor vestigio. JALISCO. de lavas y de minerales líquidos caía del contrafuerte sobre la pradera. y aun habían hecho algún esfuerzo. Espantosos mugidos indicaban el miedo horrible que experimentaban los muflones y las cabras. GUADALAJARA. 95 .EFRÉN CARMONA ORTA (8 AÑOS). volatilizaba el agua del riachuelo que la atravesaba. la lava hirviente llenaba la dehesa. Una hora después. se escaparon por ella en todas direcciones. y los animales. porque el hombre está desarmado en presencia de tan grandes cataclismos”. pero loca e inútilmente. y devoraba hasta el último poste de la empalizada. asustados. r MARIANA CASTILLO CESEÑA (8 AÑOS). LA PAZ. Ayrton abrió bruscamente la puerta. Los colonos habían querido luchar contra aquella invasión. Ya un torrente de materias incandescentes. y roía aquella parte de la empalizada. Antes de las tres de la mañana habían llegado a la dehesa. inundaba la habitación que se quemó como si fuera paja.

Un capitán de quince años* “ queñas. GUANAJUATO. navegaba al mando del capitán Hull. BAJA CALIFORNIA. América meridional y el continente de la Antártida. (Biblioteca Juvenil Salvat). con un * Fragmentos tomados de: Un capitán de quince años. CELAYA. . r ANTONIO DE JESÚS PACHECO (8 AÑOS). Weldon. 1979. Su aparejo. a tres jornadas de Nueva Zelanda y rumbo a la costa americana. muy manejable. CELAYA. de cuatrocientas toneladas. uno de los mejores marinos que recorría aquellos inhospitalarios parajes entre Nueva Zelanda. México. TIJUANA. GUANAJUATO. desde hacía años. aunque de las mejores que poseía James W. E l 2 de febrero de 1873 el bergantín goleta Pilgrim. Estaba destinada a la pesca de la ballena en los mares australianos y. Esta embarcación era de las más pe- TANAIRI MONTES TORRES (11 AÑOS). Salvat Mexicana de Ediciones. se hallaba navegando en el Océano Pacífico a 43° de latitud Sur y 165° de longitud Oeste. por otra parte. “Los cinco marinos del Pilgrim contaban. le permitía desenvolverse con escasa tripulación: cinco marineros y un grumete de quince años”.A. ANTONIO DE JESÚS PACHECO (8 AÑOS). S.. rico armador californiano.

LEÓN. valeroso e inteligente. A los cuatro años de edad ya aprendió a leer. nadie podía competir con él en cuanto a la práctica de los ejercicios físicos. TABASCO. indudablemente de origen anglosajón. había recibido los nombres de Dick Sand: el primero de ellos —abreviatura de Ricardo— por ser el nombre de la persona caritativa que le recogió. valioso auxiliar en el grumete de a bordo. Sobre todo. Se estaba ‘haciendo a sí mismo’ y era ya todo un hombre en la edad en que otros son todavía unos niños. . GUANAJUATO. impropia de sus años. El capitán Hull conoció al muchacho en un barco mercante y simpatizó mucho con él. GUANAJUATO. porque muy pronto comprendió que el trabajo es la suprema ley de la existencia humana. capaz de adoptar una decisión y cumplirla hasta sus últimas consecuencias. y recogido al nacer por la caridad pública del Estado de Nueva York.barcos correos de los mares del Sur. Weldon. Weldon lo destinó al Pilgrim. escribir y nociones de matemáticas y ciencias. encantados con aquel hombrecito. manEDNA EDITH RIVERO CRUZ (11 AÑOS). Hijo de padres desconocidos. a los ocho años. TIJUANA. y el segundo le fue aplicado por haber sido hallado en un rincón del cabo de Sandy-Hook. lo presentó a su armador. Inquieto. Hábil y diestro en todo. quien se interesó vivamente por aquel huérfano de carácter admirable y se esforzó en que completara su educación. James W. su vocación marinera le impulsó a aprender el oficio naval en los CAROLINA MONSERRAT MARTÍNEZ VERA (9 AÑOS). James W. Dick Sand pudo entonces demostrar lo sólido de su vocación. Poco después. BAJA CALIFORNIA. BRENDA GUADALUPE CAMPOS LÓPEZ (9 AÑOS). enérgico. de quince años de edad. aprendió mucho y demostró que lograría superar su modesta situación en la vida. CELAYA. llamaba la atención por su seriedad. y observador. Era moreno y de ojos azules. HUIMANGUILLO. y. apasionándose por la geografía y los viajes hasta tal punto que. para que pudiese efectuar un amplio período de prácticas. en el litoral neoyorquino. ALDO FELIPE VEGA SÁNCHEZ (8 AÑOS). Dirigido y enseñado por los oficiales.

hombre de sangre fría y de absoluta confianza que no se distraía ni vacilaba jamás. CELAYA. El Pilgrim iba quedando lejos. El cetáceo no se movía ni parecía haber visto aún la embarcación. Comenzó por maniobrar de manera que pudo acercarse a la ballena por la parte contraria a la dirección del viento. Vamos a intentar sorprender a la jubarte. “El capitán Hull. —Gobierne con cuidado. r BRENDA GUADALUPE CAMPOS LÓPEZ (9 AÑOS). . HUIMANGUILLO. La ballenera navegó así siguiendo una curva bastante pronunciada. No debe descubrirnos hasta que lleguemos a la distancia conveniente para arponearla. La ballenera resbalaba suave deslizándose como una sombra sobre las aguas extrañas y tranquilas. unas campañas o temporadas de pesca completarían su experiencia de marino”. —Entendido —Muchachos. Los remos estaban recubiertos de palletes y se movían silenciosos bordeando el rojizo banco de crustáceos.dado por el propio capitán Hull. pese a las palabras tranquilizadoras que dijo a la señora Weldon. Howik. El huérfano se sentía inmensamente feliz al verse amparado por ambos protectores. haced el menor ruido posible al remar —susurró el capitán Hull a sus hombres. no dejó ninguna precaución por tomar y no olvidó un detalle en aquella empresa que sabía era peligrosa. Como si se mirase por el extremo ancho de unos anteojos. TABASCO. GUANAJUATO. Así decrecía el Pilgrim a simple vista y parecía estar más lejos de lo que estaba en realidad. No regateó tampoco las recomendaciones al timonel jefe de la tripulación. 101 ANTONIO DE JESÚS PACHECO (8 AÑOS). Por lo demás. Causa una impresión curiosa la rapidez con que disminuyen de tamaño los objetos en el mar. ballenero experimentado. Una ilusión óptica debida a la carencia de puntos de referencia o comparación en las vastas extensiones del océano. para que ningún ruido la alertase.

También Howik pensaba lo mismo y trató inútilmente de ver qué ocurría en el flanco opuesto del cetáceo.. lo balanceó varias veces y lo arrojó al fin con todas sus fuerzas”.. Hull blandió el arpón.. HUIMANGUILLO. preparada en un balde. TABASCO.. Éste parecía dormir.. Sin embargo. Pero no era aquél momento de reflexionar. TABASCO. —Silencio. Era lo correcto.. Se hallaban ya a unos cien metros.. TAHIRI MARTÍNEZ NÚÑEZ (11 AÑOS). —Atraca. . —Me parece que ha notado algo —murmuro Howik—. empuñó el arpón y separó las piernas para adquirir mayor estabilidad.. GUANAJUATO. —murmuró Hull. A la media hora se hallaban ya cerca del monstruo y parecía difícil que pudieran llegar al flanco del animal y arponearle sin haber llamado su atención. una de las cinco sondalezas sólidamente amarrada al arpón.La embarcación se hallaba ya a muy pocos metros del animal. CELAYA. Resopla con menos violencia que antes. —Esta inmovilidad es muy extraña. Junto a él. evitando con cuidado ponerse al alcance de su terrible cola. en la proa.. —¿Estamos listos... sino de actuar.. VILLAHERMOSA. lo que debía facilitar el golpe y la captura. Esta pícara ballena debe de estar barruntando algo. muchachos —dijo en voz baja el capitán. El capitán. CAROLINA MONSERRAT MARTÍNEZ VERA (9 AÑOS). Las otras cuatro se irían anudando sucesivamente si la ballena se hundía a demasiada profundidad. Se acercaron al flanco izquierdo del cetáceo. capaz de hundir la embarcación de un solo golpe. muchachos? —murmuró el capitán. 102 103 JOSÉ IGNACIO GARCÍA PÉREZ (10 AÑOS). —Remad más despacio. despacio. —Sí —respondió Howik aferrándose bien al timón. el capitán Hull sospechaba algo anormal.

todas aquellas mercaderías bara- YESENIA PADILLA JIMÉNEZ (12 AÑOS). 1998. Conaculta. (Col. Dirección General de Publicaciones. lo que produce el mismo resultado. JALISCO. CAÑADAS DE OBREGÓN. 00000000000000000 Por lo demás.TANIA PADILLA ÁVILA (10 AÑOS). cuando cogiendo una especie de tubo colgado de una correa del buhonero. 105 MARLENE CASILLAS VILLALPANDO (12 AÑOS). ya iba a recobrar su cayado. JALISCO. Era en efecto uno de esos anteojos comunes que agrandan cinco o seis veces los objetos. MARLENE CASILLAS VILLALPANDO (12 AÑOS). * Fragmentos tomados de: El Castillo de los Cárpatos. Los barómetros no concordaban bien sobre el variable o el buen tiempo. las agujas de los relojes marcaban horas muy largas o minutos muy cortos. tas eran de muy mediana fabricación. —Será. ¡Acaso el pastor lo sabía! Por eso no quería comprar nada de aquello. Sin embargo. Clásicos para hoy). una pistola —dijo el pastor. JALISCO. “ M uy negro me había de ver para hacer fortuna sí no tuviera más clientes que los pastores. YESENIA PADILLA JIMÉNEZ (12 AÑOS). CAÑADAS DE OBREGÓN. —No —dijo el judío—. JALISCO. una engañifa. México. o que los aproximan otro tanto. CAÑADAS DE OBREGÓN. le dijo: —¿Para qué sirve este tubo? —No es tal tubo. En fin. CAÑADAS DE OBREGÓN. pues. ¿De manera que no necesitáis nada?0000000000000 —Absolutamente nada. CAÑADAS DE OBREGÓN. JALISCO. El castillo de los Cárpatos* . es un anteojo.

—Bien. —Nada.. dándole vueltas entre sus manos. un magnífico anteojo. desconfiado por naturaleza. a los pastores no. si tenéis buenos ojos. amigo. CAÑADAS DE OBREGÓN. veo las últimas rocas hasta la cresta del Retyezat. haciendo salir y entrar los cilindros.. —¿Sin entornar los ojos? —Sin entornar los ojos. y los últimos árboles en el fondo del desfiladero de Vulcano. JALISCO. que os alargará mucho la vista. Después. moviendo la cabeza: —¡Un anteojo! —dijo. pastor. . JALISCO.. —¿El rocío? —dijo el otro—. —¡Ah!. CILIAN ELIZABETH TORRES JIMÉNEZ (9 AÑOS). yo los tengo mejores cuando los aplico al anteojo.. —¿No me costará nada? —preguntó Frik—. —¡Ah! Yo tengo muy buenos ojos. Frik había cogido aquel instrumento. MARLENE CASILLAS VILLALPANDO (12 AÑOS).. —¡Yo! —Probad. CAÑADAS DE OBREGÓN. 106 YESENIA PADILLA JIMÉNEZ (12 AÑOS). —¡Sería cosa de verlo! —Vedlo. Pronto os dejará ciego. que me limpia la pupila. a menos que os decidáis a comprarme el aparato.. y lo contemplaba. gracias al rocío de la noche. Cuando el tiempo está claro. CAÑADAS DE OBREGÓN. JALISCO. —Sí.

Frik miraba entonces hacia la meseta de Orgall. la cuarta rama está en tierra.. bajo la dominación de los señores . cuyos tubos graduó el buhonero... palacios y castillos de igual modo que las aldeas y las ciudades.. ignórase quién fuese el audaz artista. Desde hace siglos y siglos no echan humo las chimeneas del castillo. Tal estado de cosas explica el aspecto de aquella construcción feudal.YESENIA PADILLA JIMÉNEZ (12 AÑOS). CAÑADAS DE OBREGÓN. iglesias. nadie irá a recogerla para hacer una tea la noche de San Juan. —Si veis humo. pastor”. Así se llama el diablo cuando se le menciona en las conversaciones del país. subiendo hacia el Plesa. Sería arriesgar cuerpo y alma. es que lo hay. La había visto bien. JALISCO. después bajó el instrumento enfocándolo hacia el pueblo de Werst”.. aunque pudiera suponerse que fuera el rumano Manoli. JALISCO. tan gloriosamente cantado en las leyendas valacas. y que edificó en Curté de Argis el célebre castillo de Rodolfo el Negro. o acaso del XIII.. JALISCO. JANETT PÉREZ RAMÍREZ (10 AÑOS). bien defendida por su almenado muro. y empezó a mirar las montañas de Vulcano. el ocular al izquierdo. r TANIA PADILLA ÁVILA (10 AÑOS).. pastor... cuando Frik exclamó con voz en la que el espanto se mezclaba con la sorpresa: —¿Qué es aquella nube que sale del torreón? ¿Es bruma? No. siguió después contemplando la sombría masa de los bosques situados sobre las vertientes del Plesa. Pero si pudiera haber dudas acerca de este punto no las hay respecto a la familia que poseía el castillo de los Cárpatos. —El mismo. Frik tomó el anteojo.. Tranquilo ya sobre este particular. Nadie irá. Señores y vasallos procuraban estar bien protegidos. Frik aplicó “El castillo de los Cárpatos data del siglo XII. Ni yo. CAÑADAS DE OBREGÓN.. CAÑADAS DE OBREGÓN.. Los varones de Gortz eran señores de aquel país desde tiempo inmemorial”. parece humo. se fortificaban los monasterios. r YESENIA PADILLA JIMÉNEZ (12 AÑOS).. para llevarla al fuego del infierno. su atalaya y su torreón ¿Qué arquitecto tuvo la idea de edificarlo sobre aquella meseta y a tal altura?. porque supongo que el precio será siempre el mismo. Éste es Chort. Pero hay uno que la recogerá esta noche. y enfocando el objetivo a la lejana silueta del castillo exclamó: —Sí. o vaivodas. Pero no es posible... Acaso el judío iba a pedir explicación de aquellas palabras incomprensibles para el que no fuese de Werst o de sus cercanías. En aquella época. CAÑADAS DE OBREGÓN. JALISCO. “Voy a seguir mirando. Después de haber cerrado el ojo derecho..

31. 64. Jalisco.D. 110. Guanajuato. 19 Sonia Mingaud Rodríguez (8 años). p. p. San Luis Potosí. 46 Mar Adriana de la Rosa Zayarzabal (8 años). 6 Angélica González Escoto (8 años). Yucatá. 36. Baja California. 8 Francisco Javier Tamayo Sáiz (10 años). D. 52 Viridiana Arrozena Gómez (11 años).. 43 Hernán Manzano Montano (8 años). Puebla. México. México. p. 104 Erika Vanessa Pedro Mora (11 años). p. Coahuila. 37 Christian Daniel García Olivas (12 años). p. Guadalajara.P. Culiacán. 82 Ana Leticia Estrada Carvajal (10 años). (Tláhuac). Huimanguillo. p. Guanajuato. 107 Deborah Michelle Torres Rodríguez (6 años). 102 Carolina Monserrat Martínez Vera (9 años). 20. Guanajuato. p. Mexicali. Chiapas. Celaya. p. (biblioteca de México) p. p. (Álvaro Obregón). p. México. PUEBLA. 76. Zacatecas. 64 Tania Padilla Ávila (10 años). 82 Cuauhtémoc Rodolfo Soto Campos (7 años). Nayarit. p. p. 5. Huajuapan de León. Jalisco. (Biblioteca México) p. S. p. Zapopan. 7. D. p. p. Puebla. Puebla. p. 111 Jesús Gabrielle Ramírez Zambrano (7 años). p. Puebla. p 58 Carolina Cabrera Victoria (8 años). p. p. 59 Adán Rodríguez Mata (8 años).25. México. p. 22 Sara Carla Sánchez Rodríguez (11 años). p. 110 111 NANCY PALOMA CORRO RAMÍREZ (6 AÑOS). p. México. 28. p. 21. 15. León. 57. (Azcapotzalco). 60 María Isabel Carmona Orta (6 años). (biblioteca de México).40 Karla Janeth Rodríguez de los Santos ( 12 años). (Biblioteca de México). Guanajuato. p. Sinaloa.F.L. 103 Eduardo Martín Gallo Torres (6 años). 81 Lumi Zayi Pérez Ocomatl (10 años). p. Puebla. 108 Abril Valentina Pineda Castillo (8 años). Puebla. Jalisco. Baja California. Cañadas de Obregón. Puebla. p. 88 Erick Santiago Correa Olascoaga (10 años). 13. Sinaloa. p. 80 Efrén Carmona Orta (8 años). 58. Zac. 79 Ana Karen Cisneros Álvarez (9 años). 96 Joel Refugio Muñoz Ortiz (11 años). p. Oaxaca. 34. 61 María Fernanda Téllez García (12 años). p. (Biblioteca de México). 32. 71 Verónica Salas Pineda (8 años). PUEBLA. p. Guanajuato. Jalisco. Jalisco. 89. 16 Manuel Enrique Vivanco Cruz (8 años). 73 Karla Paola de Loera Vázquez (6 años). p. p. 112 Tanairi Montes Torres (11 años). 67 Ricardo Salas Pineda (7 años). 110 Marlene Casillas Villalpando (12 años). Cañadas de Obregón. 31. Puebla.. Jalisco. Mérida. Guadalajara. Celaya. p. p. Sta. 21. 11. 29. 19. Puebla. p. Xalapa.F. p. 24. 98 Laura Yareli Riesgo Lozano (11 años). p. p. p. 62. p. 32. p. Toluca. p. Puebla. 17. 65. 95 Josué Israel Carmona Orta (10 años). (Tláhuac).F. La Paz. Tijuana. Estado de México. p. Zapopan. p. 92 Fabiola Vega Mora (10 años). Guadalajara. Aguascalientes. p. Jalisco. p. Tabasco. 73 Christian Alberto Gómez Alvirde (10 años). Jalisco. D. D. p. 62 Sergio Bautista Carrillo (11 años). Guanajuato. Puebla. p. Celaya. F. Tijuana. Tlaxcala. 30 Eva Otero Ángeles (12 años). 12 Flor María Bustos González (12 años). Puebla. 72. Toluca. Puebla. 78 Martha Daniela Concha Silva (10 años). La Paz. Puebla.F. 70 Vicente Barrera Ramírez (8 años). Guadalajara.. 9. p. 100 Aidalí Canto Suárez (11 años). Huajuapan de León. Guanajuato. LEONOR ALEJANDRA RAMÍREZ (11 AÑOS). Culiacán. Sinaloa. 49. p. Tijuana. D. 65 Diana Jael Cabrera Victoria (10 años). México. 41 Alejandro González Colín (8 años). Jalisco. JALISCO. 89. San Luis Potosí. 68. Tuxtla Gutiérrez. p. Yucatán. Baja California Sur.F.. p. Villahermosa.F. 74. Zacatecas. México. Puebla. p. 45. 29 Homero Abel Flores Hernández (7 años). p. P. 71 Jorge Iván Chávez Varela (10 años). Celaya. p. p. Zapopan. Jalisco. 85 Luis Alberto López González (12 años). p. Huimanguillo. Jalisco.F.. Celaya. Puebla. 76. 13. D. Baja California Sur. Yucatán. 48 Abigail Quevedo Navarrete (9 años). Guanajuato. Coahuila. 93 Abril Ireri Terán Sosa (12 años). Puebla. 25 Cibeles Torres Tortolero (7 años). 6 Janett Pérez Ramírez (10 años). 87.39. p. 90. Guadalajara. Guadalajara. 55 Jessica de Jesús Tovar Leal (7 años). D. Zac. 32. Jalisco. Mexicali..p. p. 18.F. Mérida. Jalisco. 5. Huajuapan de León. 86. Mérida. Guadalajara. S. Baja California. S. 27 Ariel Jordán Arellano Reyes (8 años). 55 Betsye Brenda Castillo Montalvo (11 años). 67. p. 97 Sergio Denis Pacheco Alonso (6 años). Guadalajara. GUADALAJARA. Cañadas de Obregón. Chihuahua. Salamanca. 26. San Luis Potosí. 3. Brenda Guadalupe Campos López (9 años).63 Gabriela Rochín Rodríguez. Mérida.73. 51 Antonio de Jesús Pacheco (8 años). (Biblioteca de México). 28. 31. D. 77 Mariana Castillo Ceseña (8 años). La Paz.L. Oaxaca. p. 9. (7 años). Puebla. México. Oaxaca. p. 70 Perla Patricia Ávila Valencia (6 años). Baja California. Identificación de imágenes Acxel Eduardo Aguilar Macías (7 años). Yucatán. México.F. (11 años). Puebla. p. 7.40 Aarón Guadalupe García H.F.112 Edna Edith Rivero Cruz (11 años).64. D.F. México. 111 María del Rosario Crispín Súchil.F. Zacatecas. Baja California. Cañadas de Obregón. 33 Andrés Vázquez Leyva (11 años). 9. Cañadas de Obregón. Estado de México. 106 David Antonio Castañeda (8 años). México. Guanajuato. p. 27. 93 Ricardo Daniel Pinto Mendoza (12 años). D. Torreón. Ocampo. 26. JALISCO. 91 José Ignacio García Pérez (10 años). p. p. 47. 59.P. p. Jalisco. 109 Yesenia Padilla Jiménez (12 años). p. Coahuila. Guanajuato. Ana Nopalucan. 56. 88 Tania Guadalupe Rodríguez (13 años). (Tláhuac). Baja California. 21. 84.p. 66. PUEBLA. D. Culiacán. 83. 42 Sergio Ávila Meléndez (9 años). 10 Pilar Cruces Silva (11 años). 35. 53 Julisa Estefanía Willan Llamas (10 años). 57. 99 Diego Armando Verdugo Jiménez ( 10 años). 54 José Luis Gutiérrez Calderón (11 años). 77 María Magdalena Sauceda López (7 años). 79 Cilian Elizabeth Torres Jiménez (9 años). 83 Jocelyn Canto Suárez (8 años). 68 NANCY PALOMA CORRO RAMÍREZ (6 AÑOS). p. 66. Veracruz. 103 José Reyes Maturín Sánchez (10 años). 75. 58 Alan Gabriel Romero Pacheco (7 años). PUEBLA. 3. 90 Aldo Felipe Vega Sánchez (8 años). p.MARÍA ISABEL CARMONA ORTA (6 AÑOS). 14. D. 11. Jalisco. . p. p. p. Celaya. Hidalgo. Celaya. 38 Eduardo Pérez Hernández (7 años). 85. 23. 60. 73.F. 69. 63 Leonor Alejandra Ramírez (11 años). .L. ZAPOPAN. Zapopan. San Luis Potosí. 94 Tadeo Chanez Calderón (7 años). D. México. Jalisco.87 Diego García Moreno (11años).50 Sabrina Torres Tortolero (8 años). p. p. 44. San Luis Potosí. México. 29. Zacatecas. 71 Tahiri Martínez Núñez (11 años). p.. Torreón. p. 79 Karla Elizabeth Sánchez Chávez (8 años). 45 José Platas Salas. 75. Puebla. Chacón.58.39 Nancy Paloma Corro Ramírez (6 años). 49. p. p. Jalisco. 69.P. Tabasco. p. Salamanca. Tabasco. p. 81 José Eduardo Mendoza Martínez (6 años). Chihuahua. p. p. p. (Benito Juárez). Aguascalientes. México.. 84.

Historias y aventuras extraordinarias: JulioVerne para niños Se terminó de imprimir en los talleres de ediciones Corunda. La edición consta de tres mil ejemplares. PUEBLA. PUEBLA. r . a través de la barra infantil Once Niños. para la difusión de este trabajo. Coordinación de la obra: Nancy Sanciprián Corrección de pruebas: Philippe Faure Consejero Cultural de la Embajada de Francia Jaime Nualart / Felipe Riva Palacio Director General de Bibliotecas Rocío del Pilar Correa y Rocío Villegas Identificación de imágenes: Gérard Fontaine Directora de la Mediateca de la Casa de Francia Jorge von Ziegler Director General de Vinculación Cultural y Ciudadanización Sonia Angélica Barbosa González Diseño (portada e interiores) y formación: Nathalie Lelong Eudoro Fonseca Yerena r Natalia Rojas Nieto JESÚS GABRIELLE RAMÍREZ ZAMBRANO (7 AÑOS). PUEBLA. PUEBLA. en el mes de SONIA MINGAUD RODRÍGUEZ (8 AÑOS). septiembre de 2004.CONSEJO NACIONAL PARA LA CULTURA Y LAS ARTES Presidenta Directora de Desarrollo Cultural Infantil Sonia Salum Sari Bermúdez Secretarios Técnicos Embajador de Francia en México Agradecemos el apoyo de Canal Once TV.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful