P. 1
Si lo se, no crezco

Si lo se, no crezco

5.0

|Views: 1,611|Likes:
Published by anhurim

More info:

Published by: anhurim on Mar 10, 2009
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

01/29/2013

pdf

text

original

Todos los dolores son malos, pero hay uno que es el papá
del resto de los dolores: el dolor de muelas. Uno vive feliz
viendo la vida pasar, "disfrutando" del trabajo y llega un
buen día y la muela cobra vida y se transforma en la
personificación del diablo pero en malo. Te provoca un
dolor que va desde la barbilla hasta detrás del ojo, que te
lo arrancarías si con eso se calmara.
Si el dolor no es suficiente decide que es un buen
momento para empezar a echar "algo" con un sabor
horrible, indescriptible.
Mi primera reacción fue la que hago siempre ante
cualquier problema, intentar ignorarlo, pero la muela es
un ser tozudo y no ceja en su empeño de fastidiar a su
dueño, así que por simpatía el resto de los dientes
empiezan a tocar las narices también. Llego un día que si
hubiera podido me los hubiera arrancado todos y ale a
disfrutar del maravilloso mundo de las sopas.
Pero como al final todos tenemos nuestro aguante, acabé
transigiendo y fui al dentista. Esto es como ir a la
Inquisición para confesar algunos pecadillos. Tu al
dentista no puedes hablarle normal, no, lo primero que
hace es tumbarte en una especie de sillón de barbero que
se inclina hasta ponerte horizontal, te pone un flexo en la
cara, un tubo en la boca, se pone una mascarilla, se arma
con un gancho y te dice:

Cuéntame que te notas.

Básicamente miedo

En los dientes

67

ej quue mje njoto ujjn djoolor ahíííí aaahh djolor djolor

Como quieren que les expliques algo mientras tienes dos
tubos en la boca y te van pinchando las muelas. Después
te quita los tubos apaga el flexo, que para aquella te da
igual porque ves lucecitas por todas partes, que es como si
te hubieras tomado un tripi del tamaño de una sandía, y te
dice:

Veo que tienes las 35, 37 y 43 para empastar, la muela
del juicio te ha salido torcida habrá que operar para
sacarla y hay que hacer una limpieza pero por lo
demás se ve bastante bien.
Que lo demás debe ser la lengua que debe tener buen
color. Y salí de allí con más miedo del que entre porque si
no fuera suficiente el tener la certeza de que me van a
hacer daño encima voy a pagar por que me duela :(
Esto de los dientes está mal montado:
Es la única parte del cuerpo que es así. De pequeños no
tenemos, por ejemplo, brazos de leche que se nos caen y
después nos salen los brazos de verdad. Tú no ves niños
por la calle que le salgan las manos de los hombros porque
estén comenzando a cambiar los brazos, pero los dientes
sí.
Después tú vas al médico porque te duele un brazo y vas
tranquilo porque sabes que no te lo va a arrancar pero los
dientes sí.
Si te duele el estomago y vas al medico no te lo patea para
ver de donde viene el dolor, pero si te duelen los dientes
te clavan un ganchito para ver donde duele más, el único
medico que hace es el traumatólogo, que tu vas todo

68

dolorido y te empieza a retorcer a ver que tienes.
El caso es que ya he comenzado mi periplo dentistico y...
... tengo miedo, que seguro que me duele

69

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->