libro abierto / serie apuntes

Joaqu´ ın Retamosa Granado ´ Alvaro Tejero Cantero Pablo Ruiz M´ uzquiz

Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica
segunda parte

¬¬¬¬1.1.0

0.4

0.2

y0

–0.2

–0.4

–0.4

–0.2

0 x

0.2

0.4

Un libro libre de Alqua

IFC2

539.1

´ n a la f´ ´ ntica Introduccio ısica cua

† lomo para ediciones impresas

ALQ

fis.org http://nuclear.org/people/pablo Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica versi´ on 1.fis.es alvaro@alqua.org/people/alvaro http://alqua.http://alqua.org pablo@alqua.ucm.ucm.1.madeincommunity .0 15 de abril de 2004 alqua.org/libredoc/IFC2 Joaqu´ ın Retamosa Granado ´ Alvaro Tejero Cantero Pablo Ruiz M´ uzquiz iokin@nuc3.es/ iokin/ http://alqua.

0/ o escriba una carta a Creative Commons. v.org Notas de producci´ on ´ Plantilla latex-book-es-b. ´ Copyright (c) 2004 Joaqu´ ın Retamosa Granado. Alvaro Tejero Cantero and Pablo Ruiz M´ uzquiz.c copyleft ´ Copyright (c) 2004 Joaqu´ ın Retamosa Granado. compuesto con software libre . This work is licensed under the Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike License. 559 Nathan Abbott Way.0/ or send a letter to Creative Commons. visit http://creativecommons. 559 Nathan Abbott Way. California 94305. Para ver una copia de esta licencia visite http://creativecommons. Stanford.1 Editores ´ Alvaro Tejero Cantero alvaro@alqua.1 (C) Alvaro Tejero Cantero. Alvaro Tejero Cantero and Pablo Ruiz M´ uzquiz. To view a copy of this license. 0.tex. California 94305.org/licenses/by-nc-sa/1. USA.org/licenses/by-nc-sa/1. Serie apuntes ´ Area f´ ısica cu´ antica CDU 539. USA. Este trabajo cae bajo las provisiones de la licencia Atribuci´ on-No Comercial-Comparte Igual de Creative Commons. Stanford.

. . . . . . . . . . .1. . . . . . . . . 2. . .2. Propiedades del esp´ ın . . . 1. . . . . . . Cantidades u ´tiles . . . Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno 2. . Correci´ on total a la energ´ ıa . Problemas y ejercicios . . . . 1. . . . .2. . . . . . . . T´ ermino de Darwin: V D .6. . . . Descripci´ on . . . .3. . . . . . . . 2. . . . . . .3. . .3.2. . . . . . . . . . .2. . . . . . . . . Estructura fina . . . . . .3. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Postulados . . . . Interacci´ on esp´ ın-´ orbita: V s−o .1.2. . . . . . . . . . . . . . . . .1. .3. . . . . . . . . Teor´ ıa de perturbaciones: caso degenerado . . . . . .3. . 1.1. . . . . . .1.´ Indice general Portada Copyleft ´ Indice general 1. .3. . . . . . . . . . . . . .2.3. . . . . . . . . . . .2. .4. . . . . . 1. . 2. . . . . . . .7. . . Determinaci´ on de gs y s . . . . Pre´ ambulo te´ orico 1. . . . . . . . . . . . . .1. . . . 2. . . . . . . . . . . .2. . . . Experimento Stern-Gerlach . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1 1 7 8 10 16 16 17 18 21 25 25 26 31 31 31 33 37 39 39 42 43 44 47 48 52 53 55 2. . . . 2.2. . . . . . . . . . 2. M´ etodo variacional . .4. . 2. . . . . . .2. . . . . . . .1. . . I VI VII . . . . . . 2. . . . . . . 1. . . . . . . . . . L2 . . . . . . . . Teor´ ıa de perturbaciones estacionarias . . . . . . . . . . . . . . 1. El ´ atomo de Hidr´ ogeno en un campo externo . . . 1. . . . . . . 2. . . . . . . . M´ etodo variacional en un sistema de dos part´ ıculas 1.3. . . . . . . Introducci´ on del esp´ ın . Suma de momentos angulares . . . . . . . . . . . .1. . . . . . . . . . 1. . . . . . . . . . . . . . . Interacci´ on con el campo magn´ etico: el hamiltoniano 2. . 2. .3. . . . Teor´ ıa de perturbaciones: caso no degenerado . 1. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . J2 . . . .1.1. . . S2 .3. . . . . Energ´ ıas en cm−1 . . . .3. . . . Efecto Zeeman . . 2. . . . La base E. . . Aplicaci´ on del m´ etodo al ´ atomo de hidr´ ogeno . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .3. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .4. . . . . . . . . . . Experimentos que condujeron al esp´ ın . . . . . vii . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Jz . . . . .2. Correcci´ on relativista a la energ´ ıa cin´ etica: V T . . . . . . . . . 1. . . . . . . .2. .5. . 2.

. Introducci´ on . . . . . . 3. .3. .1. . . . . . . . . .2. . . .1.5. . . . . . . . . . . . . . .5. . . . . . . . . . . . . .4.1. Part´ ıculas cl´ asicas . . . 4. . . . . . . . . . 3. . . . 3. . . . . . .2. .3. . . . . . 3. . . . . . . . . . . . . . . Reglas de selecci´ on en transiciones electromagn´ eticas. . . .7. . . . . . . . . 55 57 58 58 60 67 67 67 67 69 70 70 71 74 75 75 76 77 77 78 80 83 85 85 87 91 91 91 91 93 97 103 106 107 107 110 115 116 120 121 121 123 . . . . . . . .5. . . . . 3. .3. Part´ ıculas fundamentales . Afirmaci´ on fuerte . . . . . . . . . . . Algunas soluciones . . . . . Introducci´ on: la aproximaci´ on de Born-Oppenheimer . . . 4. .2. Problemas . . . enlace i´ onico . . . . . . Enunciados . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 2. . Algunas soluciones . .7. . . . . Sistemas con pocos electrones 4. 4. . . . . . . .5. . . . . . . 4. . . . . . . . Zoolog´ ıa de part´ ıculas . . . . . . . . . .2. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .6. . . . . . 4. . . . . . . . . . . .2. . . . . . . . . 3. . . . . . .2. . . Part´ ıculas compuestas . . . . . . .4. . . . . . .5.1. . 4. . . . . . . . . . .1. . . . . . . . . . . . . . . Planteamiento del problema . . . . . . . . . . . . . . Algunas soluciones . . . Repulsi´ on efectiva . . . . . .1. . Reglas de selecci´ on: Orto y Parahelio . . . . La mol´ ecula de H+ 2 . . . .3. .3. . . . . . Niveles electr´ onicos de la mol´ ecula ionizada H+ 2. . . . . . . . . . . . . 4. . . 3. . . . . . . . . . .5. . . .2. Sistemas de dos part´ ıculas id´ enticas . . . . . .2. . . . . . . . . .4. 4. . 3. . . . . . . . . . 2. . . . . . . .2. Problemas y ejercicios . . . . . . . . . Aplicaci´ on del m´ etodo variacional . . . . Introducci´ on . . . . . . . . . . . . . . 3. Atomo de Helio . . . . .2. El efecto Zeeman an´ omalo . . 2. . . 3. . . ´ 4. 3. .2. . . . . . . .4. . .1. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 3. . . .1. . Sistemas de dos part´ ıculas . . . .1. . . . . . . . . . .1. . . . . . . . . . . Enlace covalente vs. . . . . . . . 4. . . .1. . . . . . 4. . . . .3. .2. . . . . . . . . . .4. . . . . . . . . . . . . .4. . .2. . . 3. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . El movimiento de los n´ ucleos en mol´ eculas diat´ omicas 4. . . . . . . . Enunciados . . . . Part´ ıculas cu´ anticas . . . . . . . . . . . . . . . . . . .2. . . . . . .1. . . . . . . Aproximaci´ on de part´ ıcula independiente . . . . . . . . . . . . . . . . .7. . . . . . . . . . . . Problemas . . . 4. .´ INDICE GENERAL 2. . . . . . . . . . .1. . .2. . Sistemas de dos part´ ıculas con buen esp´ ın total 3. . Hamiltoniano no relativista para el He . 3. . . . .3. 3. . . . . . . . .2.4. . . . . . . .5.3. . . . . . Caso general: postulado de simetrizaci´ on . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Efectos de la repulsi´ on electr´ on-electr´ on . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Espectros moleculares y tipos b´ asicos de mol´ eculas . . . . . . Enunciados . . . . . . . . . . . . .3. Sistemas de N part´ ıculas . . . . .3. . . . . . . Antisimetrizaci´ on de funciones de onda producto .2. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . viii Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . . . . . . . 4. . . .3. . . . . . . . . Part´ ıculas id´ enticas 3. . .2. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 4. . . .5. . . . . . . Afirmaci´ on d´ ebil . . . . . . . . . . . . . . . . .4.0 . .4. . . . . . . . . . 3. . . . . . . . . . . .2. . .1. . 3. . . . 2. . . . . .1. . . . . . . . . . . . . . .4. . . . . . . . .5. 4.1. . .1. . . 3. . . . . . . . . . . . . .

. 7. .6.1.2. .1. . El gas ideal en la esFD . . . . . . . Sistema de bosones: BE . . Distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann . . . . . . . . . . . . . . . 196 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Algunas soluciones . 151 . . . . . . . . 6. . . 7. . . Enunciados . . 168 . . . . . . . 154 . .1. . . . . . . . . . . Transiciones electromagn´ eticas 7. 5. . . . . . . . . . . . . . . . . 5. . 170 . . . . . . . . 5. . . . . . . Distribuci´ on de FD a T = 0 . 6. . . . . . . . . . .1. . 144 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Algunas soluciones . . . . . Distribuci´ on de Fermi-Dirac . . . 182 . . . . . 6. . . . . 146 151 . Entrop´ ıa y primer principio . . . . . . . . . 5. . . . . . . . . . . . . . . .3. 7. . . . . . . . . . El n´ ucleo como un gas ideal de Fermi 6. . .10. . . . . . . . Comentario a la bibliograf´ ıa. . . . . . . .4. . . . . . 177 . . . 5. . . . . . . . . . . . . Problemas y ejercicios . . . .´ INDICE GENERAL 5. . . . . 125 . . . . . . 7. . . . . . . http://alqua. 6. . . . . . . . . . . .5. . 194 . .1. . . . . . . . . . . .2. . . . . . . . . . . . . .7. . . . . . . . 125 . La aproximaci´ on dipolar el´ ectrica . . . . . . . . . . 178 . . . . . . . . . . . . . . . . . 6. . 7. . . Paso a la Mec´ anica Cu´ antica . . . . . . 130 .3. . . . . . . 153 . . . . . . . . .3. . . . .4. . . . . . . . . 162 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 177 . . . . . . . . . . . . .2. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 192 . . . . . . . . . .8. . . . . . . . . . . . . . . . . .2. . . . . . . . . . . . . 7. Definici´ on estad´ ıstica de entrop´ ıa . . 132 .1. . . . .1. . . . . . . . . . 151 . 6. . . . . Llega la perturbaci´ on: radiaci´ on electromagn´ etica . . . . . . .3. . . 137 . . . . . . . . . . .10. . . . . . . . . Introducci´ on a la f´ ısica estad´ ıstica: distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann 5. . 5.2. . El gas ideal cl´ asico . . . . . . . . . . . .4. . . . . . . 6. . . . . . . .2. Enunciados . . . . . . . . .1. . . . . . . 7. . . 5. . . . . . . . . . . Reglas de selecci´ on . Estad´ ısticas Cu´ anticas 6. . . . . . . . . . . 196 . 197 205 . . . . . . . . 128 . . . . . . . . . . . . 125 . . 7. . 6. . . . 7. . . . . Algunas soluciones . 5. . . . . . . . . An´ alisis cu´ antico de los fen´ omenos de transici´ on . . . . Equilibrio en f´ ısica estad´ ıstica . . . .4. . . . . . . . . . . .2. . . . 134 . . . 6. . . . . . El par´ ametro β y el equilibrio t´ ermico . . . El cuerpo negro . . . . . . . . . .7. .5. .7. . . . . . . . . . . . . . . . . Expresi´ on de la probabilidad de transici´ on . . . . . . 127 . .2. . . . 139 . . .2. . . . . . . . . . . . .1.10. .2. . . . El l´ ımite cl´ asico de las estad´ ısticas cu´ anticas . . . . . . . . . . . . . . 5.1.6. . . . . .9. . . . . . .4. . . Transiciones espont´ aneas e inducidas . . . . .1. 144 . . . . . . .1. . . . . Planteamiento . . . . . . . 182 . . . . . . . . F´ ısica estad´ ıstica . . . . . . . .1. . .2. . . .2. . . . . . 7. . . 177 . .4. . . .org/libredoc/IFC2 ix . . . . 142 . . . . . . 172 177 . . . . . . . . . Problemas . . 157 . . . . . . . . . . 193 . . . . . Transiciones en presencia de un campo de radiaci´ on 7. . . Problemas . . . . .7. . .3. . . .1. . . . . . . Teor´ ıa fenomenol´ ogica de transiciones . . . . . 7. . . 6. . . . . 5. . . . . . . . . A. . . .3. . . .2. . 165 . . . . . . 5. . . . 170 . . . . . Enunciados . Introducci´ on . 185 . Relaci´ on entre las prediciones cu´ anticas y las cl´ asicas 7. . . . . 5. . . Indistinguibilidad y estad´ ıstica . .1. . . . . . . . . . . . . . Hip´ otesis erg´ odica . .

0 .1.´ INDICE GENERAL Bibliograf´ ıa Historia Creative Commons Deed Manifiesto de Alqua El proyecto libros abiertos de Alqua Otros documentos libres 207 209 211 213 217 221 x Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1.

Completitud y Separabilidad. Pre´ ambulo te´ orico 1. y que verifica 1. · · · }2 . φ2 . Sin embargo desde el punto de vista del desarrollo del formalismo no suponen una gran simplificaci´ on de modo que leventaremos estas restricciones.1. Todas las propiedades de un espacio lineal de dimensi´ on finita con producto escalar en ´ el. o de forma que s´ olo contuviese funciones tipo C α . La interpretaci´ on de Born de la mec´ anica cu´ antica asocia a la cantidad |ψ (r)|2 N 2 (ψ ) la interpretaci´ on de una densidad de probabilidad de la part´ ıcula en la posici´ on dada por r. 2. · · · φi .1. definida en el espacio de posiciones. es una cantidad positiva y finita. su norma al cuadrado N 2 (ψ ) = dr |ψ (r)|2 . Es decir. Podr´ ıamos restringir el espacio de funciones de manera que la norma N = 1. que no pertenece necesariamente al espacio de Hilbert. Postulados Primer postulado El estado de un sistema f´ ısico viene caracterizado por una fdo ψ (r)1 . Definimos un conjunto ortonormal y completo de funciones {φ1 . el espacio funcional anterior es un espacio de Hilbert F que satisface las siguientes propiedades: 1. que es de cuadrado sumable. Si introducimos el producto escalar de dos funciones φ y ψ como φ|ψ = drφ∗ (r)ψ (r). 1 2 φi |φj = drφ∗ i (r)φj (r) = δij que el sistema consta de una sola part´ ıcula Considero que se trata de un conjunto numerable para poder simplifcar el formalismo 1 .

0 . Es autoadjunto 2. El operador asociado O debe satisfacer dos propiedades esencialmente: 1. Segundo postulado A toda magnitud f´ ısica medible O le corresponde un cierto operador O que act´ ua sobre los estados del espacio F . φi (r)φ∗ i (r ) = φ∗ i (r)φi (r ) = δ (r − r ) Cualquier fdo puede escribirse entonces como ψ (r) = dr δ (r − r )ψ (r ) = φi (r) dr φ∗ i (r )ψ (r ) = φi |ψ φi (r) = ci φi (r). en los sucesivo llamaremos a F espacio de estados y representar´ ea sus elementos en numerosas ocasiones con la notaci´ on de Dirac |ψ . No es de extra˜ nar que se piense en los elementos del espacio F m´ as como vectores abstractos que como funciones. Pre´ ambulo te´ orico 2.1.1. Un operador que satisface estas propiedades se dice que es un observable. y su norma es N 2 (ψ ) = 2 dr ci φi = i j ci cj φi |φj = |ci |2 Estos resultados tienen un gran valor ya que nos indican que cualquier fdo de nuestro espacio F puede caracterizarse por un conjunto de valores (en este caso los coeficientes ci ) diferentes a los valores de la fdo en los distintos puntos r del espacio. Cuarto postulado (principio de descomposici´ on espectral) Supongamos que el observable O tiene un espectro discreto y no degenerado. Por ello. Tercer postulado El resultado de cualquier operaci´ on de medida de la magnitud O es uno de los valores propios del operador O correspondiente.1. Si denotamos los autovalores y autovectores de O por Oi y |vi respectivamente tenemos O |vi = Oi |vi ←− discreto Oi = Oj i = j ←− no degenerado 2 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Sus vectores propios constituyen un sistema ortonormal completo que permite desarrollar cualquier fdo.

Analogamente |p representa el estado de una part´ ıcula con momento bien definido. a partir del momento inmediatamente posterior a una medida con resultado Oi el estado del sistema es |vi . la probabilidad de que una medida de la magnitud O d´ e como resultado el autovalor Oi es P (Oi ) = |ci |2 | vi |ψ |2 = ψ |ψ ψ |ψ Si la norma ψ |ψ = 1 entonces la expresi´ on toma la forma particular P (Oi ) = |ci |2 = | vi |ψ |2 Un hecho de extraordinaria importancia es que toda medida sobre un sistema tiene car´ acter destructivo y altera profundamente la estructura del estado que caracteriza al sistema. el autovector correspondiente al autovalor medido. vendr´ a dada por ψ (r) = r|ψ . es decir la fdo ψ (r). Se produce la llamada reducci´ on del paquete de ondas : independientemente de cu´ al fuera el estado previo. y constituyen una base ortonormal generalizada. y podremos escribir |ψ = dr |r r|ψ = drψ (r) |r . o formalmente http://alqua. la amplitud de probabilidad de encontrar la part´ ıcula en la posici´ on r.1.org/libredoc/IFC2 3 . es decir son autoestados del operador posici´ on r |r = r |r . esto es r|r = δ (r − r ) dr |r r| = 1 Si el sistema se encuentra en un estado normalizado |ψ . expresion en la que se observa que las componentes del vector de estado en la base |r son precisamente los valores de la funci´ on de onda en los distintos puntos del espacio. Ejemplo |r caracteriza a una part´ ıcula que se encuentra en la posici´ on dada por el vector r. Postulados Los autovectores |vi constituyen una base ortonormal en la que podemos desarrollar cualquier estado ∞ |ψ = i=1 ci |vi Entonces.1.

Si el estado del sistema. Quinto postulado (evoluci´ on en el tiempo) La evoluci´ on del estado del sistema esta gobernada por la ecuaci´ on de Schr¨ odinger H |ψ (t) = i ∂ |ψ (t) ∂t Consideremos. |ψ (t) . Tambi´ en podemos escribir |ψ = dp |p p|ψ = dpφ(p) |p . Pre´ ambulo te´ orico p |p = p |p . Estos estados tambi´ en constituyen una base ortonormal y por tanto tenemos que p|p = δ (p − p ) dp |p p| = 1 La amplitud de probabilidad de encontrar la part´ ıcula con momento p si el estado normalizado del sistema es |ψ viene dada por φ(p) = p|ψ . 1. 4 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . es decir. a modo de ejemplo.1. Por tanto la evoluci´ on temporal de un estado de energ´ ıa bien definida es trivial.1. dos casos particulares en los que la evoluci´ on temporal es muy distinta.0 .1. posee energ´ ıa bien definida (es autoestado de H) entonces H |ψ (t) = E |ψ (t) y la soluci´ on a la ecuaci´ on de Schr¨ odinger viene trivialmente dada por −i E |ψ (t) = e t |φ donde |φ es independiente del tiempo y al igual que |ψ (t) satisface H |φ = E |φ que es la denominada Ecuaci´ on de schr¨ odinger independiente del tiempo. ya que toma la forma de una fase. la fdo en el espacio de momentos es la proyecci´ on del estado del sistema sobre el bra p|.

1. Vamos a considerar ahora un caso distinto. Ya que el sistema se encontraba inicialmente en el estado 1. A medida que t crece los valores de los coeficientes evolucionaran (m´ as o menos) como se muestra en la figura 1. Normalmente los dispositivos experimentales que se dise˜ nan para medir n(t) lo que hacen es detectar y contar las part´ ıculas que se emiten en las transiciones desde 1 a 2 (si E1 < E2 se absorber´ ıan part´ ıculas). Entonces el vector |ψ (t) que define el estado del sistema siempre puede descomponerse como |ψ (t) = c1 (t) |φ1 + c2 (t) |φ2 donde |c1 (t)|2 + |c2 (t)|2 = 1 si el estado est´ a convenientemente normalizado. Supongamos que realizamos un experimento en el que en el instante t = 0 de tiempo los N sistemas se hallan en el estado 1.4 0.6 0. La probabilidad de que al efectuar una medida en un instante posterior t se encuentre en el el estado 2 viene dada por P1→2 (t) = |c2 (t)|2 = | φ2 |ψ (t) |2 en donde simplemente hemos utilizado el postulado 4. entonces para t = 0 se tiene c1 (0) = 1 y c2 (0) = 0. esta expresi´ on tambi´ en se conoce como probabilidad de transici´ on del estado 1 al 2 en el intervalo de tiempo t. Llamemos n(t) al n´ umero de sistemas que se encuentran en 2 justo en el instante de tiempo t. Postulados ci 1 0.1.org/libredoc/IFC2 5 . Consideremos un n´ umero enorme N de sistemas que s´ olo poseen dos estados que denotaremos como 1 y 2. Desde tiempos hist´ oricos se sabe que la funci´ on n(t) satisface n(t) = N λt. tales que E1 > E2 . http://alqua. Habitualmente por cada sistema que transiciona se emite una s´ ola part´ ıcula. A medida que el tiempo transcurre algunos sistemas transicionan al segundo estado. Por ejemplo si se trata de transiciones de tipo electromagn´ etico dichas part´ ıculas son fotones.: Valor de los coeficientes en funci´ on del tiempo 2. Supongamos que en el instante inicial t = 0 |ψ (0) = |φ1 . Para simplificar.1.2 5 10 15 20 t Figura 1.8 0. Podr´ ıa (solo podr´ ıa ) tratarse de los autoestados de un cierto H.1. admitiremos que el espacio de estados tiene dimension 2 y que una base del mismo est´ a formada por los estados independientes del tiempo |φ1 . |φ2 .

Por el conq trario es la cantidad de movimiento mv = p − A la que aparece en el hamiltoniano3 . p. Pre´ ambulo te´ orico y por tanto n(t) dP1→2 (t) = λt −→ = λ. el momento lineal de la part´ ıcula viene dado por ∂L ∂v En sistemas sencillos donde el potencial no depende de las velocidades.1. momento lineal p y cantidad de movimiento mv coinciden. Sin embargo pueden existir diferencias apreciables en sistemas m´ as complejos Ejemplo: Cuando la part´ ıcula interacciona con un campo electromagn´ etico externo caracterizado por sus potenciales escalar y vector. El hamiltoniano correspondiente a L es 1 (mv)2 H = p · v − L = mv 2 + qφ = + qφ. dados en coordenadas cartesianas. los siguientes operadores r =⇒ r p =⇒ p = −i ∇ Es conveniente recordar ahora la definici´ on exacta de momento lineal. c Aplicando las reglas de correspondencia tenemos 3 q Para el resto del curso conviene fijarse muy bien en el signo entre p y A. Si L es el lagrangiano del sistema. que la probabilidad de transici´ on por unidad de tiempo es una constante. 6 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1. porque a veces se producen c confusiones derivadas del hecho de que la carga del electr´ on es q = −e. N dt es decir. el momento lineal no coincide con mv.1. salvo que ambos coincidan. P1→2 (t) = Reglas de correspondencia Al actuar sobre la funci´ on de ondas en el espacio de posiciones asociamos a los vectores r.0 . 2 2m q y teniendo en cuenta que mv = p − A toma la forma c 2 1 q H= p − A + qφ 2m c Queremos insistir finalmente en que es el momento lineal el que lleva asociado el operador−i ∇ y no la cantidad de movimiento. y viene dado por q p = mv + A c ya que el lagrangiano de este sistema es de la forma p= 1 q L = mv 2 + v · A − qφ 2 c donde φ y A son el potencial escalar y vector respectivamente.

2. no est´ a garantizado que las series anteriores converjan. esto es n|m = δnm |n n| = 1 El segundo t´ ermino del hamiltoniano es lo que llamamos la perturbaci´ on (de H0 )..2) + .1.. Desde un punto de vista m´ as amplio.1) + λ ψn + (1) + λ2 ψn + (2) λ 2 En (2) + . para desarrollar el m´ etodo. (0) ψn + . La idea que subyace en este m´ etodo es que. (0) En (1) λEn (1.. no resulta posible resolver de forma exacta la ecuaci´ on de Schr¨ odinger. vamos a introducir m´ etodos para obtener de forma aproximada los estados propios y autoenerg´ ıas de la ecuaci´ on de Schr¨ odinger independiente del tiempo. admitiremos que es un par´ ametro libre. podremos truncar el desarrollo y quedarnos s´ olo con sus primeros t´ erminos. en general.. Teor´ ıa de perturbaciones estacionarias H→H= 1 q p− A 2m c 2 + qφ = 1 q −i ∇ − A(r. Teor´ ıa de perturbaciones estacionarias En esta secci´ on. t) 1.org/libredoc/IFC2 7 . H |ψn = En |ψn Proponemos una soluci´ on en forma de serie de potencias del par´ ametro λ |ψn = ψn En = (0) (1. aunque los primeros t´ erminos del desarrollo nos proporcionen valores razanables. en aquellos problemas concretos donde λ toma un valor muy peque˜ no. En un problema f´ ısico concreto el par´ ametro λ toma un valor determinado en ciertas unidades. on de partida tenemos Introduciendo las soluciones 1. = En + λEn + λ 2 En + .. El problema que queremos resolver es la ecS independiente del tiempo correspondiente a H.2 en nuestra ecuaci´ (0) (1) (2) (0) (1) (2) (H0 + λW) ψn + λ ψn + λ2 ψ n + ... . http://alqua. as´ ı como en la siguiente. Ahora. . .. t) 2m c 2 + qφ(r.2. Este tipo de desarrollos son muy importantes porque. Supongamos que el hamiltoniano del sistema puede escribirse como H = H0 + λW donde H0 es el hamiltoniano no perturbado cuyas autoenerg´ ıas y vectores propios son bien conocidos H0 |n = εn |n Puesto que H0 es un observable sus vectores propios forman un conjunto ortonormal completo.

2) tendremos (0) (0) (0) (0) m(1) (0) (2) ψn |ψn = 1 =⇒ ψn |ψn + λ ψn |ψn + λ2 ψn |ψn + . son ortogonales (independientes) a la misma.1. Pre´ ambulo te´ orico e identificando en esta igualdad los t´ erminos de igual orden en λ obtenemos (0) H0 − E n (k ) (1) ψn = En −W (k−1) (2) (k−2) (3) (k−3) ψn + En ψn + En ψn + . y como ψn |ψn (0) (0) = 1.4) k=2 (0) H0 − E n (2) (1) ψn = En −W (1) (2) (0) ψn + En ψn (1. = 1. = 0 λ ψn |ψn + λ2 ψn con λ libre lo que nos deja el siguiente conjunto de igualdades (0) (k) ψn |ψn =0 k≥1 ´ Estas nos indican que las sucesivas correcciones ψ (k) . entonces (0) (2) (0) m(1) |ψn + . que vamos a˜ nadiendo a la (0) fdo de orden cero ψ . .3) k=1 (0) H0 − E n (1) (1) ψn = En −W (0) ψn (1.1..2.5) Vamos a introducir ahora el convenio de la normalizaci´ on intermedia que se utiliza bastante en teor´ ıa de perturbaciones y consiste en imponer ψn |ψn (0) (0) (0) = 1 = 1 ψn |ψn A partir del desarrollo previo (v´ ease 1. 8 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1. 1. para los valores de k mas peque˜ nos resultan las siguientes igualdades k=0 (0) H0 − E n (0) ψn =0 (1. Teor´ ıa de perturbaciones: caso no degenerado En este caso tenemos que εn = εm n = m y por lo tanto a cada autovalor le corresponde un u ´nico autovector.. k ≥ 1. . As´ ı.1.0 . . .

3 concluimos que En correspondiente. Por lo tanto (0) es autovalor de H0 y que ψn es el autoestado (0) (0) En = εn (0) ψn (0) = |n Si el espectro fuese degenerado ψn ser´ ıa en general una combinaci´ on lineal de todos los autoestados |n asociados al mismo autovalor.2. y en consecuencia (1) (εk − εn ) ak = En δkn − k |W| n ∀k.4 sobre un bra k | lo que da m=n k H0 − E n (0) m am = k En − W n (1) (1) = En δkn − k |W| n . Dado que los autoestados de H0 forman una base del espacio de estados siempre (1) podemos expresar ψn como (1) ψn = m am |m . y usando la normalizaci´ on intermedia (1) (0) (1) n|ψn = ψn |ψn = 0 =⇒ an = 0 con lo que (1) ψn = m=n am |m Vamos ahora a proyectar 1.1. Teor´ ıa de perturbaciones estacionarias Volviendo a 1.org/libredoc/IFC2 9 . n Es conveniente distinguir los dos casos siguientes k=n 0 = En − n |W| n =⇒ En = n |W| n k=n (εk − εn ) ak = − k |W| n =⇒ k |W| n k |W| n = =⇒ =⇒ ak = − εk − εn εn − εk k |W| n (1) =⇒ ψn = ak |k = |k εn − εk k =n k =n (1) (1) http://alqua.

y como n H0 − E n (1) En (0) ψn (2) = εn − En (0) n|ψn (2) =0 0 (1) n|ψn = podemos despejar trivialmente (2) En = (1) n |W| ψn = = k =n n |W| k k |W| n εn − εk = k =n | k |W| n |2 εn − εk En resumen. .1.3. las ecuaciones anteriores no son v´ alidas cuando εn = εm .. (0) la propia asignaci´ on En = εn .4 y 1.5 y la proyectamos sobre n| (0) (2) (1) (1) (2) (0) n H0 − E n ψn = En n|ψn − n |W| ψ (1) + En n|ψn .1. 10 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . 1. εn − εk |ψn = |n + k =n k |λW | n |k + . n = m.1.5 sigue siendo v´ alido y.. en particular. Para ello ser´ a necesario que | n |λW| n | | k |λW| n | εn |ε n − ε k | 1. el sistema de ecuaciones 1.0 . las expresiones aproximadas que hemos obtenido para la energ´ ıa y la fdo son En = εn + n |λW| n + k =n | k |λW| n |2 + . Para ello consideramos la ecuaci´ on 1.2. Pre´ ambulo te´ orico Por lo tanto el caso k = n nos proporciona la correcci´ on de orden 1 (en λ) a la energ´ ıa y el segundo caso nos da la expresi´ on de la fdo hasta primer orden |ψn = |n + λ k =n k |W| n |k + · · · εn − εk Nuestro siguiente paso consistir´ a en obtener la correcci´ on de orden 2 a la energ´ ıa del estado. Teor´ ıa de perturbaciones: caso degenerado Tal y como puede observarse.2. Incluso cuando εn εm el desarrollo puede tener problemas de convergencia. εn − εk Si las correcciones que vamos obteniendo son peque˜ nas puede tener sentido retener s´ olo los primeros t´ erminos. Sin embargo. .

..r + λ ψn.6) ya que cada nivel n puede desdoblarse en d estados al introducir la perturbaci´ on. r |W | n.. .r = En. s| . s| En.1. . .r αrs. s s 0= que queda finalmente reducido a d αrs (1) n. d (0) (1) (1) (0) n. Teor´ ıa de perturbaciones estacionarias Lo que ya no es necesariamente v´ alido es la identificaci´ on de los autoestados debido a que ahora n no identifica un solo autovector sino un conjunto de ellos. s En. . Como casi todos los sistemas f´ ısicos tienen niveles degenerados podr´ ıa parecer que siempre hay que utilizar teor´ ıa de perturbaciones degenerada y resolver la ecuaci´ on anterior. d donde el nuevo ´ ındice r diferencia entre estados con la misma energ´ ıa .r = ψn. s = 1.. 1  n.r + λ2 ψn. ..r    αrd  Esta ecuaci´ on de autovalores nos proporciona las d energ´ ıas en que se separa el nivel n y los d conjuntos de coeficientes {αrs . 2 |W | n.r (1) n. d} s =1 d   n. . d Los coeficientes αrs no pueden ser cualesquiera sino que vienen fijados por la perturbaci´ on. .r r = 1. 1 |W | n.r + . 2 n. s ∈ {1. r y entonces podemos recuperar la expresi´ on del caso no degenerado a orden 1. . En ocasiones la matriz n. .d} que definen los correspondientes autovectores. Si nr |W | ns ∝ δrs http://alqua. 1    n. En. .. . 2. 2.r = n. 2 |W | n.r − W n.s r = 1. 1 |W | n. s es diagonal en los estados |n.org/libredoc/IFC2 11 . 2. d αrd    αr1    (1)  α2   = En. d |W | n. r = εn |n.r + · · · (0) (1) (2) (0) (1) (2) (1. s |W | n.r + λ2 En. Por eso cambiaremos la notaci´ on como sigue H0 |n. . r.2. s αrs = En.r + λEn. La forma m´ as general de los d autoestados de orden cero correspondientes al nivel n es d (0) ψn. . s = 1. Las soluciones perturbativas expresadas como un desarrollo en serie son ahora |ψn. s H0 − En ψn. 2  αr1    αr2      n.r = s =1 αrs n. proyectando 1. En efecto.4 sobre los estados n.r − W |ψn.

2 |W | n.. Primero procederemos al c´ alculo de los nuevos autovalores de forma exacta.1..1.r (0) ψn. n = 0. 1 n. Pre´ ambulo te´ orico      n. Como estrategia alternativa procederemos utilizando teor´ ıa de perturbaciones. r En los casos de aplicaci´ on de la teor´ ıa de perturbaciones en este curso se dar´ a habitualmente esta situaci´ on por lo que utilizaremos teor´ ıa de perturbaciones no degenerada. r |W| n.d = |n. . 2 . Por lo tanto podemos escribir que En = ω n+ 1 2 = ω n+ 1 2 1+ λ λ2 − + . A+ ] = 1. .1..r r = 1. Para ello observamos que 1 p2 1 p2 1 H = H0 + λmω 2 x2 = + mω 2 (1 + λ) x2 = + mω 2 x2 2 2m 2 2m 2 √ donde ω = ω 1 + λ.. El objetivo de este ejemplo es calcular las autoenerg´ ıas de este hamiltoniano de dos formas diferentes. Introducimos los operadores de aniquilaci´ on A y de destrucci´ on A+ definidos como sigue 1 A = (2m ω ) 2 (mω x + ip) 1 − A+ = (2m ω ) 2 (mω x − ip) − que poseen conmutador [A. 1 |W | n. Recordemos que los autovalores de H0 son 1 0 En = ω n+ 2 1. d      y nos queda (1) Enr = n... Se introduce tambi´ en el operador n´ umero N = A+ A cuyos autovalores son simplemente los n´ umeros naturales N |n = n |n . 2. 2 8 2.   αr1 αr1    α   r2  (1)  α2 = En     αrd αrd n.0 . 12 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .. Ejemplo: perturbaci´ on cuadr´ atica en x del oscilador arm´ onico Consideremos una part´ ıcula de masa m que realiza un movimiento unidimensional sometida al hamiltoniano p2 1 1 1 H= + mω 2 x2 + λmω 2 x2 = H0 + λmω 2 x2 2m 2 2 2 que es la suma de un oscilador m´ as un t´ ermino cuadr´ atico en x. d |W | n. 1.

org/libredoc/IFC2 13 ..2.1. Teor´ ıa de perturbaciones estacionarias El hamiltoniano no perturbado se expresa en funci´ on de este nuevo operador como H0 = ω N + de manera que H0 |n = ω N + 1 2 |n = ω n + 1 2 |n 1 2 Algunas propiedades de los autoestados de N son a ) ortogonalidad n|n = δnn √ b ) aniquilaci´ on A |n = n |n − 1 √ c ) creaci´ on A+ |n = n + 1 |n + 1 d ) φ(0) n = Hn (x) = x|n Expresando W en t´ erminos de los operadores de creaci´ on y aniquilaci´ on resulta W= 1 1 mω 2 x2 = ω A + A+ 2 4 2 = 1 ω A2 + A+ 4 2 + 2N + 1 Las energ´ ıas aproximadas (hasta segundo orden en λ ) se escriben 0 En = E n + λ n |W| n + λ2 n=n | n |W| n | 0 − E0 En n 2 Los u ´nicos elementos de matriz no nulos de la perturbaci´ on son n |W| n n |W| n + 2 n |W| n − 2 = = = 1 ω n |2N + 1| n 4 1 ω n A2 n + 2 4 1 2 ω n (A+ ) n − 2 4 = = = 1 ω (2n + 1) 4 1 ω [(n + 1)(n + 2)]1/2 4 1 ω [n(n − 1)]1/2 4 Verifiquemos expl´ ıcitamente el primero de ellos √ n A2 n = n |AA| n = n n |A| n − 1 = n (n − 1) n|n − 2 n A + 2 = = = 0 0 2n + 1 n n |2N + 1| n = (2n + 1) n|n Substituyendo en la expresi´ on superior llegamos a 0 En = E n +λ ( ω )2 (n + 1)(n + 2) n(n − 1) ω (2n + 1) + λ2 + 0 0 0 0 4 16 En − En+2 En − En −2 0 0 y teniendo en cuenta que En − En ±2 = ∓2 ω . obtenemos nuevamente En = ω n + 1 2 1+ λ λ2 − + . 2 8 Ejemplo: Teor´ ıa de perturbaciones (no degenerada) en un sistema de dos niveles http://alqua..

1. Cualesquiera que sean los autoestados exactos |φ .1. tiene la siguiente forma: H = H0 + λW donde H0 es tal que conocemos sus autoenerg´ ıas y autoestados H0 φi (0) = Ei (0) φi (0) Para reducir el formalismo a un m´ ınimo admitiremos que el espacio de estados tiene dimensi´ on (0) es una base de 2 y por tanto el ´ ındice anterior toma valores i = 1. podemos desarrollarlos como (0) (0) ketφ = α1 φ1 + α2 φ2 Sustituyendo esta expresi´ on en la ecS tenemos H |φ = β1 φ1 = E |φ = Eα1 φ1 (0) (0) + β2 φ2 (0) + Eα2 φ2 (0) Podemos poner los coeficientes β en funci´ on de los α. H .1.2 autofunciones ortonormales. Pre´ ambulo te´ orico Admitamos que el hamiltoniano del sistema. se verifican las siguientes relaciones φ1 |φ1 (0) (0) = φ2 |φ2 φ1 |φ2 (0) (0) (0) (0) = = 1 0 El objetivo que perseguimos es resolver la ecS correspondiente al hamiltoniano completo H |φ = E |φ cuando λ 1 (perturbaci´ on peque˜ na ). 2 . Como φi i=1. Proyectando sobre φ1 aprovechar las relaciones de ortogonalidad se obtiene. respectivamente φ1 |H| φ φ2 |H| φ Luego β1 = = φ1 |H| φ φ1 |H| α1 φ1 (0) (0) (0) (0) (0) (0) (0) (0) y por φ2 (0) para = β1 = β2 + α2 φ2 (0) (0) (0) = α1 φ1 |H| φ1 β2 = α1 φ2 |H| φ1 (0) (0) (0) + α2 φ1 |H| φ2 + α2 φ2 |H| φ2 (0) (0) (0) Si al elemento de matriz φi |H| φj (0) lo llamamos Hij tenemos una matriz 2 × 2 que cumple (0) H21 = φ2 |H| φ1 = φ1 (0) H+ φ2 (0) ∗ ∗ = H12 14 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .0 .

La ra´ ız la desarrollamos: 1+ 4 |H12 | =1+ H11 − H22 2 2λ2 |W12 | (0) E1 2 2 + O λ3 − (0) E2 http://alqua.org/libredoc/IFC2 15 . de la perturbaci´ on (0) (0) λW . H11 H22 H12 = φ1 |H0 + λW| φ1 (0) (0) (0) = E1 + λ φ1 |W| φ1 (0) (0) (0) = E1 + λW11 (0) = E2 + λW22 = φ1 |H0 + λW| φ2 (0) (0) = λW12 (0) (0) la u ´ltima igualdad se verifica en virtud de φ1 |H0 | φ2 4 |H12 | 2 2 = 0. Ahora necesitamos el t´ ermino 2 2 (H11 − H22 ) = (0) 4λ2 |W12 | (0) E1 − E2 + λ (W11 − W22 )  = 4λ2 |W12 | E1 − E2 (0) 2 2 2     (0)     1 1+λ W11 − W22 E1 − E 2 (0) (0) 4λ2 |W12 | E1 − E2 (0) 2 2 (0) Donde la u ´ltima expresi´ on es el primer t´ ermino de un desarrollo en serie cuya exactitud depende (0) (0) de que E1 − E2 λ |W11 − W22 |. es decir. por lo que no puede haber degeneraci´ on.2.7) Vamos a proceder a calcular los diferentes t´ erminos de esta expresi´ on de la energ´ ıa para el hamiltoniano perturbado en funci´ on de los datos del problema. las ecuaciones anteriores que expresan los β en funci´ on de los α se escriben de forma m´ as compacta: β1 β2 o bien H11 H21 H12 H22 α1 α2 =E α1 α2 = α1 H11 + α2 H12 = Eα1 = α1 H21 + α2 H22 = Eα2 Los autovalores de esta matriz se obtienen a partir de la f´ ormula  1 H11 + H22 ± |H11 − H22 | E= 2  2 4 |H12 |  1+ (H11 − H22 )2 (1. Ei y φi respectivamente. del hamiltoniano no perturbado y de las energ´ ıas y autofunciones de ´ este. As´ ı.1. Teor´ ıa de perturbaciones estacionarias por ser H herm´ ıtico (H = H+ ).

y en particular del estado fundamental del sistema. no es de gran ayuda si no sabemos resolver la ecS.1.0 . la busqueda de los extremos del mismo conduce a una soluci´ on formal que nos indica que dichos extremos locales corresponden a estados |ψ que son autoestados de H. bas´ andonos en argumentos de tipo f´ ısico.1. Pre´ ambulo te´ orico Si enchufamos todo esto en la ecuaci´ on 1. Por supuesto que esta familia no cubre completamente el espacio de estados (ver 1. la minimizaci´ on formal nos conduce a la ecS. que es la m´ as baja del sistema. Denotemos por E1 a su energ´ ıa. una familia de estados (de prueba) |ψp (b) y calculamos el funcional E correspondiente a estas funciones. aunque te´ oricamente muy elegante. pero basta que contenga el m´ ınimo absoluto para que el m´ etodo funcione. M´ etodo variacional Descripci´ on El objetivo que perseguimos en esta secci´ on es el c´ alculo (aproximado) de las energ´ ıas y autofunciones del espectro discreto. E [ψ ] = E1 sys |ψ = |φ1 La minimizaci´ on del funcional anterior o.1. En tanto y cuanto deseemos buscar soluciones aproximadas de la misma conviene proceder de otra forma. para la primera autoenerg´ ıa: (0) E1 (0) φ1 (0) |λW| φ1 E1 = + + φ2 |λW| φ1 E1 − E2 (0) (0) (0) 2 (0) + O(λ3 ) 1. El m´ etodo variacional se basa en un teorema debido a Ritz que afirma: Sea H un operador herm´ ıtico con espectro discreto y acotado inferiormente. 1. Este resultado. Si introducimos el funcional E E : |ψ ∈ F → E [ψ ] = entonces E [ψ ] ≥ E1 ∀ |ψ ∈ F .7 E1 E2 = H11 + = H22 + λ2 |W12 | (0) E2 2 2 (0) − E1 2 λ |W12 | (0) (0) E 2 − E1 + O λ3 = E1 + λW11 + λ2 + O λ3 = E2 + λW22 + (0) (0) |W21 | (0) E1 2 (0) − E2 2 |W12 | λ2 (0) (0) E2 − E1 + O λ3 + O λ3 o. para ser m´ as precisos. y por |φ1 al estado correspondiente. En concreto.1. ψ |H| ψ ψ |ψ 16 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .2).3. Cuando nos restringimos a nuestras funciones de prueba ψ (b) |H| ψ (b) E [ψ (b)] = =⇒ E [b] ψ (b) |ψ (b) el funcional se reduce simplemente a una funci´ on de los par´ ametros b. En esta u ´ltima expresi´ on b representa un conjunto de par´ ametros de los que dependen las funciones de prueba. por ejemplo.3. En otras palabras. que supondremos no degenerado. escogemos.

3. En el sistema de referencia inercial asociado al CM se cumple que P = 0. M´ etodo variacional Figura 1. con lo cual el hamiltoniano queda reducido a H= H= p2 + V (r) r = |r| 2m Hasta ahora todo son cantidades cl´ asicas.: Esquema de un espacio de Hilbert 1. r2 y cuyo hamiltoniano se escribe como H= p2 p2 1 + 2 + V (|r1 − r2 |) 2m1 2m2 Se consigue una simplificaci´ on notable del problema realizando el siguiente cambio de variables m1 r1 + m2 r2 m1 r1 + m2 r2 ˙ R= = −→ P = M R m1 + m2 M ˙ r = r2 − r1 −→ p = mr m1 m2 la masa reducida del sistema y M = m1 + m2 la masa total del siendo m = M sistema.1. con coordenada R.3.org/libredoc/IFC2 17 . m2 cuyas posiciones en un sr fijo son r1 . Una de ellas. cuyo m´ odulo es el argumento del potencial V .2. Para construir el operador asociado aplicamos las reglas de correspondencia de Schr¨ odinger p −→ p = −i ∇r r −→ r = r de forma que 2 H −→ H = − 2m ∇2 + V (r) http://alqua.2. M´ etodo variacional en un sistema de dos part´ ıculas Sea un sistema de dos part´ ıculas de masas m1 . Tras el cambio de coordenadas el hamiltoniano queda reducido a P2 p2 + + V (|r|) 2M 2m De esta forma hemos reducido un problema de dos part´ ıculas en interacci´ on en dos problemas de una s´ ola part´ ıcula. es una part´ ıcula libre y otra cuya coordenada es r.

4π Dado que estamos interesados en buscar aproximaciones al estado fundamental.. Pre´ ambulo te´ orico 1 ∂2 L2 r − tenemos que 2 2 r2 r ∂r H=− 1 ∂2 L2 r + + V (r) 2m r ∂r2 2mr2 2 Substituyendo ∇2 = En FCI hab´ ıamos resuelto el problema de autovalores correspondiente a este hamiltoniano y encontramos que los fdo de los estados ligados del espectro discreto son l φnlm = φnlm (r. Aplicaci´ on del m´ etodo al ´ atomo de hidr´ ogeno Apliquemos estas expresiones al ejemplo t´ ıpico de sistema a dos cuerpos: el ´ atomo de H1 . En este caso m= me mπ ≈ me es la masa reducida me + mπ e2 r V (r) = − 18 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica ..0 .) parece deducirse que el estado fundamental siempre posee l = 0. esto es φ = φ (r) .1. podemos proponer funciones de prueba que s´ olo dependan de la coordenada radial.3.1. y en consecuencia una fdo Rn0 (r) φn00 (r) = √ 4π 1 ya que Y00 = √ . θ.1. ϕ) = Rnl (r) Ym (Ω) l que obtenemos son los audonde Rnl es la funci´ on radial y los arm´ onicos esf´ ericos Ym toestados del momento angular orbital y cumplen l L2 Ym = l Lz Ym = l dΩ Ym ∗ 2 l l (l + 1) Ym l mYm l Ym = δll δmm De los casos que hemos estudiado en FCI (´ atomo de hidr´ ogeno.3. y entonces el funcional de la energ´ ıa ser´ a drφ∗ (r) Hφ (r) dr |φ (r)|2 dr · r2 φ∗ (r) − = 1 d2 r+V 2m r dr2 dr · r2 |φ(r)|2 2 φ (r) E [φ] = 1.. oscilador tridimensional.

M´ etodo variacional 2 r . ρ → ∞. Precisamente por ello es razonable proponer funciones de prueba que tengan la forma de un polinomio en ρ por la exponencial anterior. φ (b. Para obtener la funci´ on de la energ´ ıa E (b) debemos calcular primero las siguientes integrales dρ ρ e 2 −2bρ = 1 2b 3 0 ∞ x2 e−x dx = 1 Γ(3) = 3. que es la propia exponencial.53A 1 d2 e2 1 − 2 dρ a0 ρ 2ma2 0ρ 2 φ(ρ) dρρ2 |φ(ρ)|2 2ma2 0 y = 1 me4 = EI . Adem´ as hemos tenido en cuenta que Γ (p) = dx xp−1 e−x = (p − 1)!. . ∞ tanto antes como despu´ es del cambio. como siempre. 2 2 e2 me4 = 2 = 2EI a0 con lo cual llegamos a la forma final del funcional dρρ2 φ∗ (ρ) E [φ] = −EI 1 d2 2 2 + d ρ ρ ρ 2 2 dρρ |φ(ρ)| φ(ρ) Ya estamos en disposici´ on de proponer una forma para las funciones de prueba para lo cual acudimos.3. = b−2 . En el caso que nos ocupa investigaremos la funci´ on m´ as sencilla posible. Por su parte la integral que aparece en el numerador es dρρ2 e−bρ − 2 d2 ρ− 2 dρ ρ e−bρ = dρ (2b − 2) ρe−2bρ − b2 ρ2 e−2bρ = .org/libredoc/IFC2 19 . . a0 = a0 me2 Conviene introducir la variable adimensional ρ = As´ ı el funcional se escribe dρρ2 φ∗ (ρ) − E [φ] = Ahora bien 2 0. ρ) = e−bρ . 8b 3 4b donde hemos efectuado el cambio de variable x = 2bρ y los l´ ımites de integraci´ on son 0. De los distintos ejemplos vistos en FCI parece deducirse que en el caso de potenciales que decaen a cero muy suavemente las fdo tienen la forma asint´ otica φ(ρ) → e−bρ .1. 4b 2 http://alqua. a argumentos f´ ısicos.

5 -2 2 4 b Figura 1. φ(1.0 . Pre´ ambulo te´ orico E 15 12. la siguiente fdo φ(b. utilizando la fdo que hemos obtenido. por ejemplo.: E [b] donde se ha utilizado el mismo cambio de variable x = 2bρ.5 10 7. el tama˜ no del ´ atomo. Vamos a calcular. pero podr´ ıamos encontrar funciones de prueba que reproduciendo muy bien la energ´ ıa proporcionen valores desastrosos para otras magnitudes.1. Finalmente llegamos a la siguiente expresi´ on b−2 2 E [b] = EI 4b = (b2 − 2b)EI 1 4b 3 Ahora s´ olo tenemos que minimizar E [b] respecto a b. La fdo. es φEF = e−ρ . En este caso la familia de funciones de prueba da lugar a un valor de la energ´ ıa y del tama˜ no del ´ atomo que son adecuados.1.1. Como puede observarse los resultados obtenidos coinciden id´ enticamente con los que se obtuvieron en FCI al resolver directamente la ecS. 0 ∗ 2 − 2 ρ 4Γ(3) dr φ φ dρ ρ e As´ ı el radio cuadr´ atico medio vale rqm = √ 3a0 . ρ que da lugar a una energ´ ıa Utilizemos. El u ´nico m´ ınimo se obtiene para b = 1 y el valor de la funci´ on en el mismo es E [1] = −EI −13. es decir. que no est´ a normalizada. r): r2 = 4 − 2ρ dr φ∗ r2 φ Γ(5) 2 dρ ρ e = a = 3a2 = a2 0 0.5 5 2.6eV . por ejemplo. ρ) = 2 ρ + b2 E [b] = π − 8b EI 2πb2 20 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Ello es debido a que la familia de funciones propuestas contiene el verdadero estado fundamental.3. Es conveniente estudiar otras propiedades adem´ as de la energ´ ıa para valorar la exactitud del la soluci´ on. Para estimarlo usaremos el radio cuadr´ atico medio (la ra´ ız cuadrada del valor medio del cuadrado de la distancia electr´ on–n´ ucleo) rqm = r2 .

donde s´ olo el m´ odulo y una componente del vector pueden ser conocidos simult´ aneamente con m´ axima exactitud. Este resultado es debido a que la fdo no decae suficientemente deprisa cuando nos ale1 jamos del origen. Ly ] = i Lz [Lz .4. π cuyo m´ ınimo ocurre en b = lo que implica que nuestra predicci´ on para la energ´ ıa del 4 estado fundamental es 8 E = − 2 EI ≈ −0. sino que hay que estudiar otras cantidades. Lx ] = i Ly [Ly .81EI .1. π Este valor tiene un error del 20 %. Pero ahora viene la gran desilusi´ on: si calculamos el rqm obtenemos ∞ r2 = a2 0 0 dρ ρ4 (b2 + ρ2 )2 = ∞. Suma de momentos angulares L=r∧p El momento angular de una part´ ıcula en la mec´ anica newtoniana es Es una funci´ on de las magnitudes r y p al que podemos asociar el siguiente operador herm´ ıtico L=r∧p y aunque r y p no conmutan se verifica que L = −p ∧ r Ejemplo Lz = rx py − ry px = − (px ry − py rx ) = − (p ∧ r)z De las propiedad de conmutaci´ on de r y p se deduce que [Lx . Lz ] = i Lx http://alqua.: La determinaci´ on completa del momento angular es accesible en la mec´ anica cl´ asica (izquierda) pero no en mec´ anica cu´ antica (derecha). lo que puede ser considerado aceptable en una primera aproximaci´ on.4.4. Suma de momentos angulares Figura 1.org/libredoc/IFC2 21 . no basta con calcular la energ´ ıa. ρ Podemos dar la siguiente moraleja: cuando utilizamos el m´ etodo variacional. 1. De hecho φ(ρ) → ρ → ∞.

Esto es. L2 Lx . Pre´ ambulo te´ orico z Lz L Figura 1. es decir Laα . 2. L2 = = [Lx .: Representaci´ on gr´ afica de L y Lz para un sistema A partir de estas relaciones deducimos que las componentes del momento angular no se pueden medir simult´ aneamente.b son los momentos angulares de dos partes del sistema y admitiremos que pueden medirse simult´ aneamente. 0. Todo ocurre como si el momento angular precediese alrededor del eje z definidendo un cono. .5. α = x. L2 y + Lx .1. . Las otras dos componentes no toman valores bien definidos. y.0 . 1. . Habitualmente se escoge Lz . . Supongamos que el momento angular del sistema se puede descomponer como L = La + Lb Podemos intepretar que La. . −l + 1. z Probemos. 1. l} ∀l Lz |lm = m |lm lm|l m En Mec´ anica Cu´ antica decimos que un estado posee buen momento angular si conocemos simult´ aneamente su m´ odulo y una de sus componentes.1. } m ∈ {−l. . Lz = = + (y ←→ z ) l (l + 1) |lm = δll δmm l ∈ { 0. Sin embargo Lα . Ly ] Ly + Ly [Lx . . L2 = 0. . por ejemplo. podemos medir simult´ aneamente L2 y Lz ´ o Ly ´ o Lx . con Lx . . Lbβ = 0 22 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . si conocemos |L| y Lα . .1. El problema de autovalores es en este caso L2 |lm = 2 2 Lx . Ly ] = i {Lz Ly + Ly Lz − Ly Lz − Lz Ly } = 0 En consecuencia.

Laz . L = = Lx . . Se cumple que [Lx . L2 = 0 L2 a . Lz = 0 (a −→ b) sin embargo Laz . En Mec´ anica Cu´ antica las cosas son mucho m´ as complicadas.4. . L2 = [Laz . por ejemplo 2 2 2 L2 = L2 a. Lbz y Lz = Laz + Lbz Para investigar de una manera m´ as formal este problema estudiemos algunos conmutadores. Suma de momentos angulares Figura 1. . L2 2 L2 a. |Lb | . Lai Lbi = 0.6 en donde las u ´nicas constantes del movimiento son |La | . Ly ] = i Lz . Si pensamos en la imagen geom´ etrica sencilla de los vectores precediendo. Lz . tendr´ ıamos una situaci´ on como la de la figura 1.1. L2 = Ly . En Mec´ anica Cl´ asica donde conocemos realmente los vectores La y Lb su suma tambi´ en se encuentra bien definida.6. L a . http://alqua.org/libredoc/IFC2 23 . La · Lb ] = 0 Demostremos alguna de las propiedades anteriores. La + Lb + 2La · Lb = 2 i L2 a .: Suma de momentos angulares en mec´ anica cu´ antica Denotar´ e por |la ma lb mb = |la ma |lb mb a los estados del sistema en los que est´ a bien definido el m´ odulo y la tercera componente del momento angular de cada parte L2 a |la ma lb mb Laz |la ma lb mb la ma lb mb |la ma lb mb = = 2 la (la + 1) |la ma lb mb mb |la ma lb mb = δla la δlb lb δma mb δmb mb Ahora podemos interrogarnos sobre c´ ual es la informaci´ on que realmente podemos obtener sobre el momento angular suma .

es decir Clm = la lb lm|la ma lb mb = la ma lb mb |la lb lm ∗ = la ma lb mb |la lb lm La probabilidad de encontrar al efectuar una medida sobre el estado del primer miembro un valor l (l + 1) del momento total y un valor m para Lz es P (l. mb |la lb lm = ma .mb la ma lb mb |lm |la ma . lb mb siendo m = ma + mb . Laz + Lbz = La . se utiliza en el desarrollo anterior la notaci´ on |la ma lb mb = lm la ma lb mb |lm |la lb lm Los coeficientes de la mezcla reciben el nombre de coeficientes de clebsch-gordan y se demuestra que son cero excepto quiz´ a si l ∈ {|la − lb | . que en cualquier caso.1. Laz = 0. 24 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1. . . . demostr´ andose adem´ as que las fases de estos estados se pueden elegir de manera que los coeficientes Clm sean reales. . aunque ahora se suma sobre las variables ma . Asociadas a cada uno de estos conjuntos de operadores tenemos las siguientes bases ortonormales {L2 a Laz ↓ ↓ |la ma 2 2 L2 Lbz } | {L2 Lz } a Lb L b ↓ ↓ | ↓ ↓ ↓ ↓ l b m b > | |l a l b l m > Los elementos de una base son combinaciones lineales de los de la otra |la ma lb mb = lm Clm |la lb lm Teniendo en cuenta la ortonormalidad de ´ ambas bases se puede escribir Clm = la lb lm|la ma lb mb .0 . Pre´ ambulo te´ orico o por ejemplo. la + lb } m = ma + mb Por ello se suele escribir de forma explicita la + l b |la ma lb mb = l = |l a − l b | la ma lb mb |lma + mb |la lb lma + mb La transformaci´ on inversa viene dada por los mismos coeficientes. Lz = La . el n´ umero m´ aximo de operadores que conmutan entre s´ ı es siempre igual a 4. m) = | la lb lm|la ma lb mb |2 = |Clm |2 Precisamente para recordar que Clm es en realidad un solape entre los estados de las dos bases. De las expresiones anteriores se deduce. |la − lb | + 1.1. 2 2 L2 a .

Recordemos que = 1. Cantidades u ´tiles La constante de estructura fina α = e2 1 = .org/libredoc/IFC2 25 . de 1eV o de 8066cm−1 seg´ un lo que nos resulte m´ as comodo.973 × 10−5 8066cm−1 .0545 × 10−27 erg · s = 1. Energ´ ıas en cm−1 cantidad c 1eV cgs 1.6. En un experimento donde se miden las longitudes de onda de los fotones emitidos/absorbidos en transiciones entre estados puede parecer natural medir tambi´ en las energ´ ıas en cm−1 .0545 × 10−34 J · s en el MKS = 6. En este sistema la energ´ ıa de ionizaci´ on del H vale EI ≈ 110000cm−1 1. En esta secci´ on buscaremos que relaci´ on existe entre dicho sistema de unidades y el cgs. c = 1 y eV es la unidad natural de energ´ ıa .973 × 10−5 eV · cm = 1973eV · A c [E ] = [L] Vamos a expresar en distintos sistemas de unidades naturales (“un”.1. 1. Podemos hablar. Energ´ ıas en cm−1 Los f´ ısicos experimentales utilizan en numerosas ocasiones un sistema de unidades en el que las energ´ ıas vienen dadas en cm−1 .582 × 10−16 eV · s en el MKS c = 2.5. 2π × 1. En “sun 2” (las que vamos a utilizar) h = 1 c = 1 y eV es la unidad natural de energ´ ıa.973 × 10−5 cm sun 1 eV −1 sun 2 1 eV −1 2π Cuadro 1. entonces.1.1). c 137 http://alqua. dos) la cantidad 1eV Tenemos. 2π 1 ≡ cm−1 .9979 × 1010 cm · s−1 c = 1. la siguiente equivalencia entre el cgs a la izquierda y un3 a la derecha 1.973 × 10−5 cm ≡ 1eV 1 eV −1 . por tanto.: En “sun 1” = 1.5. numerados uno y c (ver tabla 1.

1.0 .53 A 1.7.org) Figura 1. [A] Obtenga la energ´ ıa del estado fundamental del hidr´ ogeno suponiendo que el n´ ucleo es una peque˜ na esfera de radio r0 uniformemente cargada. utilizando el m´ etodo variacional.6eV 2 1 me4 1 2 e4 1 1 ≡ mc2 α2 = mc 2 2 = 2 2 2 c 2 2 ( c)2 c 1 = 2 2 mc e mc2 α 1 137 2 0. La distancia energ´ etica entre niveles est´ a dada en cm−1 . 4. [A] Deduzca la energ´ ıa y la funci´ on de onda del primer estado excitado del oscilador. [A] Obtenga una aproximaci´ on al estado fundamental del oscilador utilizando la siguiente familia de funciones de prueba. Pre´ ambulo te´ orico (http://fig. 5.1.alqua.5 · Radio de B¨ oHR a0 = me2 = 0. c = 1. 3. 2.1. Obtenga valores aproximados de la energ´ ıa hasta orden (qε)2 .973 × 10−5 eV · cm = 1973 eV · A Energ´ ıa de ionizaci´ on EI = 106 eV 13. [A] Aplique el m´ etodo variacional para obtener la energ´ ıa y la funci´ on de onda del estado fundamental de un oscilador arm´ onico. mientras que el segundo t´ ermino representa la interacci´ on de la part´ ıcula (de carga q ) con un campo el´ ectrico estacionario y homog´ eneo . x) = 1 +b x2 26 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .7. Problemas y ejercicios 1. [A] Considere una part´ ıcula que efect´ ua un movimiento unidimensional sometida al siguiente potencial 1 V (x) = mω 2 x2 − q x 2 El primer t´ ermino es un oscilador arm´ onico. Ψ(b.: Estructura fina de los niveles n = 2 y n=3 del hidr´ ogeno.

org/libredoc/IFC2 27 . L L2 a . Ly ] = i Lz b) c) d) e) Lz . L2 = Lay Lbx − Lax Lby Algunas soluciones Ejercicio 1 (perturbaci´ on de un oscilador arm´ onico mediante un campo el´ ectrico) Vamos a afrontar el problema primero utilizando la teor´ ıa de perturbaciones y despu´ es aplicando un desarrollo en serie para dar una soluci´ on exacta.1. [A] Un sistema se encuentra formado por dos part´ ıculas con momentos angulares La y Lb . Las correcciones a la energ´ ıa a orden uno y a orden dos son sendas integrales. Para aprovechar las condiciones de ortonormalidad sobre las funciones de onda del oscilador arm´ onico. 7.7. Problemas y ejercicios 6. M´ etodo perturbativo. vamos a utilizar los operadores A y A+ . Lz = 0 Laz . [A] Un sistema se encuentra formado por dos part´ ıculas que poseen momento angular bien definido y caracterizado por los n´ umeros cu´ anticos l1 = 1 m1 = 0 l2 = 1 m2 = 0 a ) Deduzca los posibles valores de L asociado al momento angular total b ) Escriba el estado anterior como una combinaci´ on lineal de estados con buen momento angular. recordemos la expresi´ on de A y A+ en t´ erminos de operadores conocidos 1 A = (2 mω ) 2 (mω X + iP ) 1 − + A = (2 mω ) 2 (mω X − iP ) − de donde. L2 = 0 2 =0 L2 a. Si definimos el momento angular total del sistema como L = La + Lb . obtenga los conmutadores siguientes: a ) [Lx . intentando expresar el operador X en funci´ on de ellos. Para ello. resolviendo el sistema para X 1 2 A + A+ X = 2mω http://alqua.

y la que tiene a A como operador. En = n + 2 M´ etodo exacto. Tendremos que a˜ nadir m´ as t´ erminos al desarrollo.1. La segunda correcci´ on a la energ´ ıa supone m´ as engorro pero ning´ un principio nuevo φj |−qεX | φn n=j (0) (0) 2 E (2) = En − Ej (0) (0) (0) 2 = (qε)2 2mω φj |A + A+ | φn n=j ±1 (0) En − Ej (0) (0) para n = j − 1 s´ olo es no nula la integral con A+ como operador.  2 (0) (0) (0) (0) 2 φj |A| φj −1 φ |A| φ j j +1 ( qε )  (2) E = +  (0) (0) (0) (0) 2mω Ej +1 − Ej Ej −1 − Ej (qε)2 (n − (n + 1)) 2mω 2 (qε)2 = − 2mω 2 = para n = j + 1 2    donde he utilizado en los denominadores la expresi´ on de la energ´ ıa del oscilador 1 (0) ω. Pre´ ambulo te´ orico S´ olo queda calcular las correcciones. Otra forma de resolver el problema consiste en darse cuenta de que 2 1 1 qε 2 1 (qε)2 1 2 x 2 − 1 (qε) V (x) = mω 2 x2 − qεx = mω 2 x − − = mω 2 2 mω 2 2 mω 2 2 2 mω 2 28 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Por tanto E = 0.0 . porque sabemos que A |φn A+ |φn (0) (0) = = √ √ n φn−1 n + 1 φn+1 (0) (0) y φi φj dq = δij si las autofunciones del oscilador arm´ onico est´ an conveniente(1) mente normalizadas. La primera es E (1) = (0) φ(0) n |−qεX | φn = −qε = cte × 2mω 1 2 φ(0) A + A+ φ(0) n n (0) + φ(0) + φ(0) φ(0) n |A| φn n A n Las dos integrales se anulan.1. arm´ onico.1.

la primera correcci´ on a la energ´ ıa es nula.8. http://alqua.06 x Figura 1.04 0. Como d dx . ε. las f´ ormulas del m´ etodo aproximado no ser´ ıan v´ alidas si ε fuera grande. Sin embargo. ¿Por qu´ e?. se puede decir que para cualquier perturbaci´ on que dependa de una potencia impar de X .02 -0.org/libredoc/IFC2 29 . pues con un desarrollo truncado a orden 2 se obtiene la soluci´ on exacta. Esto se mantiene al aplicar el campo el´ ectrico.04 0.8. Problemas y ejercicios V 0.02 0. nos damos cuenta de que los t´ erminos E (3) y sucesivos se anulan. pero 2 1 (qε) todos ellos se desplazan hacia abajo. = d dx se puede escribir H=− d2 1 (qε)2 2 2 + mω x − 2m dx 2 2 2mω 2 2 que no es m´ as que el hamiltoniano de un oscilador arm´ onico id´ entico al no pertur1 (qε)2 bado pero cuyo origen de potenciales ha sido desplazado en − . Por otra parte. 0 corresponde al potencial no perturbado. La caracter´ ıstica esencial del oscilador arm´ onico es que sus niveles de energ´ ıa son equiespaciados.: La curva que pasa por el 0.7. 2 mω 2 Cabe se˜ nalar que el m´ etodo exacto lo es porque su validez no depende de la peque˜ nez del campo aplicado.02 0. Finalmente. Por tanto 2 mω 2 En = ω n+ 1 2 − 1 (qε)2 2 mω 2 0 = En − 1 (qε)2 2 mω 2 Interpretaci´ on El potencial antes y despu´ es de la perturbaci´ on se encuentra representado en la figura 1.1.06 0.

0 .1.1.1. Pre´ ambulo te´ orico 30 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .

Suponiendo (i) que el electr´ on es una part´ ıcula sin esp´ ın. el esp´ ın juega un papel importante en este problema y por ello empezaremos repasando parte de la fenomenolog´ ıa que di´ o lugar al descubrimiento del mismo.1. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno En FCI se introdujo un modelo no relativista para estudiar el ´ atomo de hidr´ ogeno.1. la clave para abordar el problema es identificar el hamiltoniano que gobierna el sistema. Empecemos por considerar la expresi´ on de H para una part´ ıcula de masa m y carga q sumergida en un campo magn´ etico estacionario B (no hay campo el´ ectrico). Como veremos m´ as adelante. que se diferencian en la intensidad de campo aplicado y de los que estudiaremos s´ olo el primero). Interacci´ on con un campo B estacionario pero con un gradiente espacial relativamente d´ ebil (experimento de Stern-Gerlach). En el cgs 2 q 1 H= p− A 2m c Si B es homog´ eneo se puede escribir el potencial vector como 1 A=− r∧B 2 mientras que si existe un peque˜ no gradiente la expresi´ on precedente ser´ a v´ alida s´ olo de forma aproximada.2. Sin embargo. 2. 2. Interacci´ on con el campo magn´ etico: el hamiltoniano El hamiltoniano de una part´ ıcula en un campo magn´ etico estacionario Como siempre. pudimos utilizar la ecS para obtener las autoenerg´ ıas y autofunciones del problema. es decir A 1 − r∧B 2 31 . (ii) que su velocidad es despreciable frente a la de la luz y (iii) que interacciona electrost´ aticamente con el n´ ucleo. Experimentos que condujeron al esp´ ın Fueron de dos tipos esencialmente Interacci´ on del ´ atomo con un campo magn´ etico B estacionario y homog´ eneo (efectos Zeeman y Paschen-Back.1. (i) es incorrecta y (ii) s´ olo es una aproximaci´ on por lo que cabe esperar la existencia de efectos relativistas apreciables.

| W1 | ∝ e e B = B = µB B 2me c 2me c donde µB se conoce con el nombre de magnet´ on de Bohr y su valor en unidades cgs es µB = 9.273 × 10−21 ergG−1 = 5. que dan lugar al llamado efecto Paschen-Back 32 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .2. mientras que al momento del momento lineal L = r ∧ p se le llama momento angular. es proporcional a B 2 r⊥ diamagn´ etico (no tiene influencia sobre L). |q | = e y m = me . El otro.1. dado que cuando cuanticemos H los operadores p y r no conmutan.1.0 . se tiene que para una part´ ıcula de carga y masa las del electr´ on. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno En estas condiciones 2 1 q p+ r∧B 2m 2c p2 q q2 |r ∧ B|2 + [p · (r ∧ B) + (r ∧ B) · p] + 2m 4mc 8mc2 H = = Aplicando las relaciones del producto mixto y teniendo en cuenta que conviene mantener el orden de los productos. mucho m´ as d´ ebil.792 × 10−9 eV G−1 . Utilizando que |L| ≈ . Simplificaci´ on del hamiltoniano La estimaci´ on de los ´ ordenes de magnitud de los t´ erminos W1 y W2 nos permitir´ a despreciar el segundo con cierta tranquilidad. Ejercicio Demuestre que p ∧ r = −r ∧ p = −L 2 En realidad se pueden aplicar campos mucho m´ as intensos. Con estos datos | W1 | 10−4 eV El segundo t´ ermino de la perturbaci´ on vale 1 A la cantidad r ∧ mv se le llama momento de la cantidad de movimiento. resulta p · (r ∧ B) = B · (p ∧ r) Como el momento angular es1 L = r ∧ p. El orden de magnitud del campo magn´ etico B implicado en un experimento tipo Zeeman es aproximadamente2 B 4 10 G = 1T . Interpretaci´ on : el primer t´ ermino es proporcional a B · L y se le llama paramagn´ etico porque orienta el momento angular del sistema (favorece que L sea paralelo/antiparalelo 2 y se le llama a B seg´ un el signo de q ). q q2 p2 2 − B·L+ B 2 r⊥ 2m 2mc 8mc2 = T + W1 + W2 H = donde |r ∧ B| = Br sin θ = Br⊥ .

2. Para responder a esta pregunta. Experimentos que condujeron al esp´ ın Figura 2. http://alqua. | W2 | ≈ e2 B 2 2 a = 8me c2 0 = | W2 | e2 B 2 2 a 8me c2 0 1 e 2 2me c 2 me a2 0 2 B2 1 (µB B )2 1 (µB B )2 = 2 me e4 2 EI 2 10 −9 eV Hamiltoniano del ´ atomo de H1 en presencia del campo B externo El hamiltoniano de un ´ atomo de hidr´ ogeno (o de un ´ atomo hidrogenoide) en presencia de un campo magn´ etico es c H = Tn + Te + Vn −e + e e B · Le − B · Ln 2me c 2mn c donde los dos primeros t´ erminos representan la energ´ ıa cin´ etica del electr´ on y del n´ uc cleo respectivamente.: Un ´ atomo penetra en la regi´ on entre dos imanes cuyo perfil se ve en la figura: es el experimento Stern-Gerlach (v. Ahora la situaci´ on es algo m´ as complicada porque tambi´ en hay que transformar los momentos Le y Ln .1. p 141]). Efecto Zeeman ¿Qu´ e efecto tiene el campo externo sobre los niveles del ´ atomo de H1 ?. de modo que es adecuado pasar al sistema del centro de masas (CM). Vn es la interacci´ o n culombiana entre dichas part´ ıculas y los −e dos sumandos restantes representan la interacci´ on con el campo magn´ etico externo si despreciamos el t´ ermino diamagn´ etico.. 2.org/libredoc/IFC2 33 .1. Para satisfacer este objetivo es importante recordar algunas de las relaciones b´ asicas entre ´ ambos sistemas de coordenadas.2. el movimiento del ´ atomo en conjunto es irrelevante.1. Conviene reescribir el hamiltoniano en funci´ on de las coordenadas relativa y del CM tal como hicimos en FCI. [Alonso.

0 .2. Lcm = R ∧ P Estas relaciones tienen validez general. Este hecho tiene una interpretaci´ on sencilla debido a que el prot´ on es tan pesado que practicamente se confunde con el CM. y por tanto la interacci´ on del prot´ on con el campo magn´ etico externo es muy inferior a la que experimenta el electr´ on.1. Por tanto Ln = Ze2 µB p2 − + B·L 2m r µB = H0 + B·L H = Se˜ nalemos que la expresi´ on anterior es v´ alida en el sr del CM y aproximada porque (i) hemos despreciado la interacci´ on del prot´ on con el campo magn´ etico y (ii) porque s´ olo hemos tenido en cuenta el t´ ermino paramagn´ etico.1. y por tanto es este sistema de referencia est´ a casi en reposo. tanto si el momento lineal coicide con la cantidad de movimiento. Empleando estas relaciones tenemos e e e e B · Le − B · Ln = B · (L + Lcm ) − 2me c 2mN c 2me c 2c En el sistema del CM se verifica que Lcm = 0 P=0 R=0 → p = pe = −pn me → rn = − r M 1 1 + me mn B · Ln y en consecuencia la relaci´ on que existe entre los momentos angulares relativo y del n´ ucleo es me L M lo que nos demuestra que el segundo es despreciable frente al primero. 34 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . como si existe un campo magn´ etico y el momento lineal tiene una expresi´ on m´ as complicada. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno re rn P p = = = = L + Lcm = donde mn r+R M me − r+R M pe + pn me mn pe − pn M M Le + Ln L = r ∧ p.

En realidad lo que el experimental detecta son los fotones emitidos o absorbidos en las transiciones entre dichos niveles y el fundamental con n = 1. 1. Experimentos que condujeron al esp´ ın m=+1 m=0 m=−1 Figura 2. En ausencia de campo magn´ etico se observan s´ olo fotones de una u ´nica longitud de onda. m = −1. Z 2 EI + µB Bm n2 Si tenemos un nivel caracterizado por n = 2 y lo sumergimos en un campo magn´ etico pasaremos de un nivel a tres caracterizados por n = 2. 0. lo que se mide es la longitud de onda del fot´ on asociado a cada transici´ on. y adem´ as n supondremos que el campo magn´ etico aplicado solo tiene componente z con lo cual H |nlm = = = H0 + H0 + − µB µB B · L |nlm B Lz |nlm Z 2 EI + µB Bm |nlm n2 Observamos algo muy interesante:los autoestados de H0 lo son tambi´ en de H pero con autovalores modificados (las energ´ ıas han cambiado).: Gr´ afico de niveles para explicar las medidas antes y despu´ es de la aplicaci´ on del campo magn´ etico. Cuando B = 0 la energ´ ıa de los fotones es Enm = − ∆ E = E2 − E1 = − Z 2 EI Z 2 EI − − 22 12 3 = Z 2 EI 4 http://alqua. λ1 y λ−1 .1.org/libredoc/IFC2 35 .2. Y para ser m´ as precisos. en realidad por dos estados degenerados. ya que verifica H0 |nlm = − 2 |nlm . El campo magn´ etico origina un desdoblamiento de forma que los estados de un mismo nivel n tienen ahora energ´ ıas diferentes seg´ un el valor del n´ umero cu´ antico m. que coincide con la original. Pasamos ahora a cuantificar la diferencia entre las longitudes de onda de los tres fotones emitidos. El salto de energ´ ıa entre niveles con valores de m consecutivos es µB B . pero cuando activamos el campo magn´ etico detectamos fotones con tres longitudes de onda diferentes: λ0 . mientras que los otros dos son estados no degenerados.2. El espectro en presencia del campo externo B Aplicamos nuestro hamiltoniano H sobre un estado |nlm que es autoestado del haZ 2 EI miltoniano no perturbado H0 . que llamaremos λ0 . esto es. de la proyecci´ on del momento angular orbital. Como puede observarse en la figura uno de estos niveles esta formado.

0 . Efectos Zeeman normal y an´ omalo En definitiva. En la tabla 2.: Salto energ´ etico en una transici´ on |21m → |100 y su traducci´ on en longitud de onda de los fotones de transici´ on antes y despu´ es de la aplicaci´ on de un campo magn´ etico. pero cuando se aplica un campo dicha energ´ ıa depende del n´ umero cu´ antico m: ∆Em = E2. ya que las energ´ ıas del sistema pasan a depender tambi´ en del n´ umero cu´ antico m.1 se encuentra un resumen de los resultados. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno dato energ´ ıa fotones longitudes onda B=0 3 ∆ E = Z 2 EI 4 c 8π λ0 = 2 3 Z EI B=0 ∆Em = ∆E + µB Bm 4µB Bm λ m = λ0 1 − 3Z 2 EI Cuadro 2.2.1. al aplicar un campo B estacionario y homog´ eneo se rompe la degeneraci´ on de los niveles del ´ atomo de hidr´ ogeno. Sabemos que 36 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . caracterizados por el n´ umero cu´ antico principal n.1.m − E1 = − En ausencia de campo c hc = 2π λ0 λ0 c 8π c = 2π = ∆E 3 Z 2 EI 1216 A Z2 Z 2 EI 3 + µB Bm + Z 2 EI = Z 2 EI + µB Bm 4 4 ∆E = hν0 = λ0 Y tras activar el campo magn´ etico se tiene (en t´ erminos de la longitud de onda del u ´nico fot´ on original) c 3 2 Z EI + µB Bm 4 4µB Bm = λ0 1 − 3Z 2 E I 10−5 = λ0 1 ± O Z2 λ m = 2π La longitud de onda del fot´ on original y la de los nuevos apenas difieren en una cienmil´ esima de su valor original.1.

3. Posteriormente el haz es colimado mediante una serie de rendijas e introducido en el im´ an que genera un campo magn´ etico estacionario e inhomog´ eneo. en los experimetos tipo Stern-Gerlach se hace pasar un haz de ´ atomos por un campo magn´ etico B = B k estacionario pero no homog´ eneo. l} y que l toma valores enteros desde 0 a n − 1 de manera que cada nivel se desdobla en 2lmax + 1 = 2n − 1 subniveles. En efecto. Adem´ as la separaci´ on en energ´ ıa entre niveles consecutivos es siempre µB B . Esto es un hecho que se observa experimentalmente de manera frecuenta pero que no tiene caracter universal. Nuestro objetivo consiste en la caracterizaci´ on del movimiento del haz de ´ atomos en el sr del laboratorio. m ∈ {−l.org/libredoc/IFC2 37 . p 141]. Experimento Stern-Gerlach A diferencia de los experimentos tipo Zeeman en los que el ´ atomo se sumerge en un campo B homog´ eneo y estacionario. Para poder determinar la desviaci´ on que sufre el haz debemos calcular la fuerza total que actua sobre cada ´ atomo.2. . Tenemos que F = Fe + Fn Fz = −∂ze V tot − ∂zn V tot http://alqua. l − 1. en ocasiones se observa un n´ umero par de subniveles.Gerlach. . Experimentos que condujeron al esp´ ın Figura 2. 2. . En estos casos el campo aplicado posee un gradiente ∂z B relativamente d´ ebil y homog´ eneo.1. Dicho campo divide el haz original en varios subhaces que impactan sobre una placa fotogr´ afica emplazada al final del im´ an. Consideremos un haz de ´ atomos que escapan a trav´ es de un peque˜ no orificio practicado en la pared de un horno a alta temperatura. −l + 1. Un caso t´ ıpico es el del estado fundamental del ´ atomo de hidr´ ogeno que se desdobla en dos subniveles separados entre s´ ı 2µB B . Para distinguir entre los dos tipos de comportamiento se habla de efecto Zeeman normal y Zeeman an´ omalo seg´ un que el desdoblamiento d´ e lugar a un n´ umero impar o par de subniveles. v.1.: Experimento Stern . [Alonso. . lo cual es inexplicable seg´ un la teor´ ıa cu´ antica que ha sido introducida hasta ahora. Advertencia : el campo magn´ eticoB es responsable del desdoblamiento de los niveles de energ´ ıa pero no de las transiciones que se observan entre los distintos (sub)niveles.3. Por tanto deben aparecer un n´ umero impar de subniveles. Un campo estacionario no puede producir transiciones entre niveles at´ omicos.

0 . Adem´ as dicha fuerza deriva del potencial que acabamos de calcular Fz = Fez + Fnz = −∂ze V tot + −∂zn V tot e c V tot = −∂ze Vn ∂z (B (re )Lz ) −e + 2me c e e = Fc ∂z (B (re )Lz ) ez − 2me c e V tot = Fc nz Fez = −∂ze Fnz = −∂zn 38 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1. En cada instante de tiempo. el segundo sumando es despreciable e B (re ) Lz 2me c c V tot = Vn −e + La fuerza que experimenta el sistema es la misma en cualquier sr inercial por lo que podemos realizar su c´ alculo en el sistema que localmente coincide con el CM.1. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno donde e e B (re ) · Le − B (rn ) · Ln 2me c 2mn c y como el campo s´ olo tiene componente z c V tot = Vn −e + e e B (re ) Lez − B (rn ) Lnz 2me c 2mn c Resulta c´ omodo substituir el sr inercial del laboratorio por una sucesi´ on de sistemas inerciales cada uno de los cuales se mueve con la velocidad del CM en un instante dado y su origen de coordenadas coincide con la posici´ on del CM en dicho instante. Como tambien se verifica que P = 0 re = pe = pn = y de aqu´ ı concluimos que Le = Ln de manera que en el sr propio c V tot = Vn −e + me P+p = p M mn P − p = −p M mn L M me L = − M Si tenemos en cuenta que mn frente al primero con lo cual e mn e me B (re ) Lz + B (rn ) Lz 2me c M 2mn c M M y que me M . en el sistema correspondiente.2. se cumple que c V tot = Vn −e + mn mn r+R = r M M me me r+R = − r rn = − M M ya que en el sr propio R = 0.

2. En estas condiciones. en ocasiones se observa un n´ umero par. Fz = − µB ∂z (B )Lz = −µB (∂z B ) m Un ´ atomo que penetre en el im´ an y cuyo nivel est´ e caracterizado por n. http://alqua. El experimento original se hizo en 1922 con ´ atomos de plata. Teniendo en cuenta que las fuerzas internas debidas a coulomb se anulan entre si. Lz es una constante con lo cual llegamos a la expresi´ on final simplicada para la fuerza. la energ´ ıa cin´ etica media de los ´ atomos a 1000K es del orden de kT ≈ 0. o al menos incompleta. Para poder explicar las contradicciones entre teor´ ıa y experimento que hemos citado a lo largo del cap´ ıtulo introducimos la noci´ on de esp´ ın como momento intr´ ın3 en realidad no se encuentran puntos bien definidos.2. Estamos ante una nueva indicaci´ on de que la teor´ ıa cu´ antica que hemos ido introduciendo a lo largo de este curso es incorrecta. En efecto.: Aspecto de los impactos. Sin embargo. fue repetido por Phipps y Taylor con este gas. pero dado que su estructura es m´ as compleja que la del ´ atomo de hidr´ ogeno. el experimento muestra una divisi´ on del haz en dos partes que se separan verticalmente y que dan lugar a dos impactos sim´ etricamente 3 dispuestos respecto del punto de desviaci´ on nula . garantizamos que la velocidad de los ´ atomos es suficientemente alta y que la mayor´ ıa de ellos est´ a en el estado fundamental (1s). Empleando una temperatura del orden de 1000K . Aunque la teor´ ıa predice con caracter general un numero impar de impactos. Introducci´ on del esp´ ın Propiedades del esp´ ın 1.org/libredoc/IFC2 39 . 2. seg´ un la teor´ ıa que hemos descrito.4.1eV y por lo tanto la probabilidad de que un choque entre dos ´ atomos uno de ellos sea excitado desde el nivel fundamental a otro nivel de energ´ ıa superior es muy peque˜ na.2. Introducci´ on del esp´ ın Figura 2. sufrir´ a una desviaci´ on vertical proporcional al valor del n´ umero cu´ antico m.2. sino manchas. nos queda e Fz = − ∂z (B (re )Lz ) 2me c e y si admitimos que el estado interno del ´ atomo no cambia al atravesar el im´ an.1.2. el campo no deber´ ıa producir ning´ un efecto sobre el haz. Puesto que en dicho nivel de energ´ ıa m puede tomar 2n − 1 valores distintos deber´ ıa aparecer un n´ umero igual de impactos en la placa fotogr´ afica colocada tras el im´ an.

40 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Ecuaciones de autovalores Sz |sms S |sms 2 = = ms |sms 2 s (s + 1) |sms Dado s. Lβ ] = 0 5. s − 1. adem´ as de su momento orbital L = r ∧ p. El momento angular total es J=L+S y dado que S y L son momentos angulares. S = (Sx . Dado que es un momento angular. −s + 1.0 . Sz ] = i Sx Como vemos. s}. . ya componentes. pβ ] = 0 [Sα .1. 2. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno seco4 . . Sz ). rβ ] = 0 [Sα . ms ∈ {−s. S´ olo podremos medir simult´ aneamente una de las 2 + S 2 + S 2 . 4 A pesar de que la noci´ on de esp´ ın se descubi´ o intentando asociar un tama˜ no no nulo al electr´ on y suponi´ endo un movimiento de rotaci´ on alrededor de un eje de simetr´ ıa.1. 4. por el contrario si su energ´ ıa electromagn´ etica fuese razonablemente peque˜ na. Sy . no se pueden medir simult´ aneamente y con precisi´ on arbitraria todas las componentes del esp´ ın. El esp´ ın no depende de los grados de libertad espaciales. las contradicciones asociadas a un tama˜ no finito del electr´ on (si el electr´ on poseyera un radio razonablemente peque˜ no su energ´ ıa electromagn´ etica superar´ ıa a su energ´ ıa en reposo. su radio deber´ ıa superar al del ´ atomo). Por todo lo que se sabe hasta hoy el electr´ on no tiene estructura interna. habitualmente Sz . Sy ] = i Sz [Sz . y el m´ odulo al cuadrado S 2 = Sx y z que Sz . hicieron que s´ olo perviviera la idea de un momento intr´ ınseco asociado a una part´ ıcula puntual e independiente del movimiento del electr´ on. tiene un momento angular de esp´ ın.2. Este hecho se expresa imponiendo que [Sα . los operadores asociados a sus componentes deben respetar las siguientes reglas de conmutaci´ on [Sx . es independiente de la posici´ on y del momento lineal de la part´ ıcula. El electr´ on. J cumple las relaciones de conmutaci´ on propias de un momento angular (podeis comprobarlo como ejercicio). S2 = 0 3. . . En la siguiente secci´ on determinaremos a partir del experimento los valores que puede tomar el n´ umero cu´ antico s. Sx ] = i Sy [Sy .

se cumple que L2 . l − 1. s}. S2 |lsjm = 2 s(s + 1) |lsjm d ) l s j m |lsjm = δll δss δjj δmm 8. Pauli postula que la energ´ ıa de interacci´ on de una part´ ıcula cargada con el campo magn´ etico es: 2 µB 1 q B·S p − A + gs 2m c donde gs es una nueva constante caracter´ ıstica de cada part´ ıcula y se denomina factor giromagn´ etico. . entre otras tenemos: a ) Jz |lsjm = m |lsjm . S2 . Sz como |lml sms y que denotaremos con ml ∈ {−l. S”.2. Utilizando los dos apartados anteriores podemos distinguir dos tipos de estados a ) Aqu´ ellos en los que est´ an bien definidos L2 . A esta descripci´ on la llamaremos descripci´ on con “buen L. . Si B = B k y seguimos los mismos pasos que en 2.org/libredoc/IFC2 41 . A esta descripci´ on la llamaremos “con buen J”. J2 .. Adem´ as.1.. J2 L . .1 el hamiltoniano de Pauli queda reducido a µB H = H0 + B (Lz + gs Sz ) H= http://alqua. . −l + 1.J 2 2 2 2 = 0 = 0 = 0 = 0 S . . La demostraci´ on de esta propiedad es bastante sencilla 2 2 b ) J |lsjm = j (j + 1) |lsjm c ) L2 |lsjm = 2 l (l + 1) |lsjm . l} y ms ∈ {−s. |l − s| + 1. . s − 1. l + s − 1. Jz 7. Jz S . . −s + 1. Introducci´ on del esp´ ın 6. l + s} y m ∈ {−j. Jz |lsjm donde j ∈ {|l − s| .. . La relaci´ on entre unos y otros viene dada por los coeficientes de CG l s |lsjm = ml =−l ms =−s lml sms |jm |lml sms Los estados de ambas bases satisfacen las propiedades que ya vimos en el cap´ ıtulo anterior.2. b ) Aquellos en los que est´ an bien definidos L2 . . −j + 1. . . Lz . j }. . . S2 .

al igual que Lz solo act´ uan sobre la parte orbital (puesto que solo dependen de r y sus derivadas). Determinaci´ on de gs y s En esta secci´ on determinaremos el valor de la constante gs y del n´ umero cu´ antico s asociados al electr´ on. ml = 0. Experimentalmente se observa que al introducir el ´ atomo en el campo externo. l. Para ello estudiaremos el efecto del campo magn´ etico sobre el estado fundamental de un ´ atomo hidrogenoide. . . finalmente H |100sms = −Z 2 EI + 0 + gs µB Bms |100sms con lo que llegamos al resultado de que la energ´ ıa de un ´ atomo en el estado fundamental |100sms . ms . el nivel de energ´ ıa fundamental se desdobla en dos subniveles con una diferencia de energ´ ıa dada por ∆E = 2. Tenemos H0 |100 = −Z 2 EI |100 y adem´ as µB B Lz |100 = Bml |100 = 0 porque el estado que estamos considerando posee ml = 0. Supondremos que adem´ as de los n´ umeros c´ uanticos habituales n. Sin embargo gs µB B Sz |100 |sms = gs = gs µB µB B |100 Sz |sms B |100 ms |sms = gs µB Bms |100 |sms y. s. −s + 1.: B = 0 y B = 0 desde el punto de vista del cazador de fotones 2. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno l ms ∆E Figura 2. Apliquemos el hamiltoniano anterior sobre dicho estado H |100 |sms = H0 + µB B (Lz + gs Sz ) |100 |sms Es conveniente recordar que H0 . .2. Para reproducir este resultado es necesario que ms solamente 42 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .5.003192µB B . ml existen otros dos asociados al esp´ ın del electr´ on. s}.0 .2. . es decir que el estado fundamental del ´ atomo de hidr´ ogeno es |n = 1. y sumergido en un campo magn´ etico homog´ eneo y estacionario es E100sms = −Z 2 EI + gs µB Bms con ms ∈ {−s.2.1. l = 0.1.

gs = 2.81. ms 2 http://alqua. Si el experimental mide la distancia (D) entre los impactos de los dos subhaces en la placa fotogr´ afica. Estas dos fuerzas producen un desdoblamiente del haz de ´ atomos en dos subhaces. la fuerza que act´ ua sobre un ´ atomo hidrogenoide en su estado fundamental (l = 0) cuando penetra en el im´ an de un exSG. −s + 1.2. tambi´ en se obtiene el mismo valor de gs .58 o y el neutr´ ν = −3. Calculando las 2 2 2 energ´ ıas para los dos valores de ms . . Jz } Construyamos ahora una base ortonormal cuyos elementos sean simult´ aneamente autoestados del hamiltoniano H0 de J2 y de Jz. J2 . La raz´ on para introducir esta nueva base no es gratuita sino que. tenemos E = −Z 2 EI + E gs µB B 2 gs = −Z 2 EI − µB B 2 con lo cual ∆E = E − E = gs µB B . como veremos m´ as adelante.2. . Es conveniente cerrar esta secci´ on recordando que los factores giromagn´ eticos son constantes caracter´ ısticas de cada part´ ıcula. Con todas estas consideraciones. . llegamos a la 1 1 1 conclusi´ on de que s = . . Introducci´ on del esp´ ın pueda tomar dos valores distintos.3. s 2 1 nl jm 2 l 1 2 = ml =−l ms =− 1 2 1 lml ms |jm 2 1 nlml . As´ ı los posibles valores de ms son − y . El c´ alculo del factor giromagn´ etico puede repetirse utilizando estados excitados y aunque en estos casos el desdoblamiento energ´ etico da lugar a un espectro m´ as complicado. As´ ı mientras para el electr´ on es esencialmente e = 2. Tal base se puede obtener utilizando los antiguos estados propios nlml . 1 m y los coeficientes CG. La base {E.org/libredoc/IFC2 43 . resulta la m´ as adecuada para calcular los efectos relativistas asociados a la interacci´ on esp´ ın-´ orbita (secci´ on 2.003192. Nuevamente los resultados son compatibles con gs = 2. Dado que ms ∈ {−s. gs on posee un factor giromagn´ etico gs on gs 2. Si comparamos esta expresi´ on con el resultado experimental se obtiene evidentemente que gs = 2.2.3. . En la pr´ actica utilizaremos como valor del factor giromagn´ etico. es de la forma Fz = −gs µB ∂B ms ∂z 1 1 Dependiendo de que ms = o ms = − se obtienen dos valores de la fuerza que son 2 2 iguales en m´ odulo pero con signos opuestos.2). el prot´ π = 5. puedr´ a determinar la constante giromagn´ etica que fija la intensidad de la fuerza. s}. L2 . S2 .

1. En la tabla 2. En general.}.2. a saber: 1. sms (deg) 100. −2 1 1 2.2 se muestran algunos ejemplos 2 2 2. j =l± 1 an dos nuevas etiquetas xl+1/2 y 2 por lo que a cada etiqueta x le corresponder´ xl−1/2 .: Comparaci´ on entre los estados habituales y los de buen J. Verifiquemos que estos estados son efectivamente estados propios de H0 1 H0 nl jm 2 l 1 2 = H0 ml =−l ms =− 1 l 1 2 2 1 lml ms |jm 2 1 nlml . ms 2 = ml =−l ms =− 1 2 1 1 lml ms |jm H0 nlml . 1 3 3 1 2. 2. −2 Notaci´ on 1s 1 2 2s 1 2 1 2p 2 (2) (2) 1 1 2. 1 1 2. . 13 21 2 2. 1 1 2. a˜ nadiremos un sub´ ındice j a las etiquetas que representan los distintos valores de l. ms 2 2 y dado que H0 |nlml = − Se cumple 1 H0 nl jm 2 =− Z 2 EI 1 nl jm 2 n 2 Z 2 EI |nlml n2 con lo cual hemos constru´ ıdo una base de estados propios de Ho que tienen “J”. 1 2. 1 2. {s. Estructura fina El modelo introducido en FCI para describir ´ atomos hidrogenoides conllevaba una serie de suposiciones b´ asicas.3. 1 2. −2. . −2 |nlsjm (deg) 11 10 2 2. 21. −1} .0 . −2 1 1 2. . 11 20 2 2. p. por ejemplo. d. lo que har´ a que encontremos etiquetas de la forma p 1 o p 3 . −2 (2) (2) (2) (4) 200. {1.2. 0. −2 2p 3 2 Cuadro 2. −2 1 1 2. el electr´ on y el n´ ucleo son part´ ıculas puntuales y sin esp´ ın 44 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno |nlml .1. (6) 11 21 2 2. N´ umeros cu´ anticos en ambas bases: algunos ejemplos Vamos a introducir una peque˜ na variaci´ on sobre la notaci´ on espectrosc´ opica.

3.org/libredoc/IFC2 45 . Estructura fina Figura 2. http://alqua.: Comparaci´ on entre los niveles de energ´ ıa habituales y los niveles de energ´ ıa con J bien definido.6.2.

y lo que es m´ as importante su valor crece con el n´ umero at´ omico. Es decir. Sin embargo. Escribir la ecuaci´ on de Dirac (ecD) para π − e en interacci´ on culombiana. 2. Se conocen de forma anal´ 2 seno del potencial coulombiano. que describe la evoluci´ on de part´ ıculas relativistas 1 ıtica sus soluciones para una part´ ıcula en el con esp´ ın . = ≈ m2 c2 (Zα)2 p2 = mc(Zα) |v| ≈ Zαc ≈ 10−2 Z × c La velocidad es del orden de Z cent´ esimos de la velocidad de la luz. nosotros no seguiremos esta v´ ıa. Los pasos que tenemos que dar para resolver el problema son los siguientes: 1. Desarrollar la ecD en serie de potencias hasta orden v 2 p 2 o ´ mc c para llegar a una ecS con un potencial modificado T + Vc + VT + Vs−o + VD ψ = Eψ H0 + VT + Vs−o + VD ψ = Eψ 5 Para ello utilizaremos la aproximaci´ on no relativista.2. 46 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .0 .1. tendr´ ıamos una indicaci´ on de que la aproximaci´ on no relativista es incorrecta. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno 2. Sabemos que la energ´ ıa cin´ etica del electr´ on en el estado fundamental vale = Z 2 EI 1 2 = mc (Zα)2 2 Usando este resultado podemos estimar la velocidad como sigue T n=1 p2 |p| y asi. y su velocidad relativa al n´ ucleo es peque˜ na pero no despreciable frente a c. de manera que podemos emplear la ecS 3. siempre manteniendo la ecuaci´ on de Schr¨ odinger para la funci´ on de onda. Los efectos observados en los espectros at´ omicos relacionados con estos nuevos t´ erminos se denominan estructura fina del ´ atomo. se mueven con velocidades despreciables frente a la de la luz c. peque˜ na pero no despreciable. Comprobemos hasta qu´ e punto la suposici´ on de velocidades peque˜ nas es adecuada para el estado fundamental5 . Por ello esperamos que los efectos relativistas sean m´ as importantes en ´ atomos pesados. Si obtuviesemos una velocidad caracter´ ıstica del electr´ on comparable a c. Para hacer un estudio del hidr´ ogeno en un marco puramente relativista tendr´ ıamos que utilizar la ecuaci´ on de Dirac. el electr´ on es una part´ ıcula con esp´ ın s = 1/2.1. la interacci´ on entre sus constituyentes viene dada por el potencial de Coulomb. Sin embargo. sino que a˜ nadiremos t´ erminos correctores al potencial de Coulomb para tener en cuenta los efectos relativistas.

VT =− es el siguiente. y por tanto podemos desarrollar las ra´ ıces en serie de potencias p4 p4 p2 p2 1 e n + + .3.3. = p2 1 1 + 2 me mn p2 1 p4 − 2 2m 8 m3 ec http://alqua. En la siguiente secci´ on daremos las expresiones concretas de los nuevos potenciales. 2. las modificaciones que inducen en las autoenerg´ ıas del ´ atomo. 3. En este curso nos limitaremos a enumerar los nuevos “pedazos” del potencial y a calcular. Estructura fina donde H0 es el hamiltoniano no relativista asociado al potencial de Coulomb y 2 0 |ψ con E 0 = − Z EI . y la del n´ ucleo mucho menor.. el potencial esp´ ın-´ orbita V s−o y el potencial D de Darwin V .1. se cumple que p2 m2 c4 . Obtener valores aproximados de la energ´ ıa y expresiones aproximadas de las funciones de onda mediante teor´ ıa de perturbaciones. Los t´ erminos adicionales son la cumple que H0 |ψ = En n n2 correcci´ on a la energ´ ıa cin´ etica V T ..2. de forma aproximada. T = e + n − 2 2me 2mn 8c m3 m3 e n En el sr del CM la suma de los momentos de las part´ ıculas es cero P = pe + pn = 0 y el momento de la coordenada relativa es mn me p= pe − pn = pe M M En consecuencia T = p2 2 1 1 + me mn p4 − 2 8c − p4 1 8c2 m3 e 1 me 3 + 1 mn 3 + . Correcci´ on relativista a la energ´ ıa cin´ etica: V T 1 p4 2 8 m3 ec El origen del potencial corrector de la energ´ ıa cin´ etica. interpretaremos el significado f´ ısico de los mismos y calcularemos mediante teor´ ıa de perturbaciones a primer orden las correcciones a la energ´ ıa..org/libredoc/IFC2 47 .. La energ´ ıa cin´ etica relativista es T = Te + Tn = (pe c)2 + (me c2 )2 − me c2 + (pn c)2 + (mn c2 )2 − mn c2 y dado que la velocidad orbital del electr´ on es del orden de Zαc.

la raz´ on entre energ´ ıas de ionizaci´ on utilizando uno u otro valor de la masa es 1 me4 2 EI (m) m 1 me mn 1 = = = = 2 me 4 EI (me ) me me me + mn 1 me e 1+ mn 2 2 y teniendo en cuenta que mn = O (Zmπ ) = O 2.2.2.0 103 Zme . Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno donde s´ ı hemos retenido la masa del prot´ on en el primer sumando (lo que hace aparecer la masa reducida en el denominador). Interacci´ on esp´ ın-´ orbita: V s−o El potencial esp´ ın-´ orbita viene dado por V s−o = 1 Ze2 1 L·S 2 3 2 m2 ec r (2. la utilizaci´ on de la masa del electr´ on (en vez de la masa reducida) puede introducir un error en EI similar a la contribuci´ on de V T . y a medida que Z crece los efectos relativistas se hacen m´ as importantes mientras que el efecto de la masa reducida se diluye (por lo que en ´ atomos pesados se puede utilizar directamente me ).1.1. concluimos que EI (m) me = 1 − 5 × 10−4 Z −1 1− EI (me ) Zmπ La contribuci´ on del t´ ermino relativista se puede estimar como p4 2 m3 ec VT H0 = 1 81 2 mc (Zα)2 2 m me 3 ≈ (Zα)2 (Zα)2 de modo que num´ ericamente VT H0 ≈ 0. Para Z = 1 el efecto asociado a que el n´ ucleo no es infinitamente pesado es 10 veces superior a la correcci´ on relativista de la energ´ ıa cin´ etica. Para Z = 2 (He) ambos efectos ya son comparables.3. 2. En efecto.5 × 10−4 Z 2 As´ ı. puesto que el error cometido en caso contrario supera a la propia correcci´ on relativista de la energ´ ıa cin´ etica.0 .1) 48 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . El c´ alculo en teor´ ıa de perturbaciones de las correcciones inducidas por V T se deja para los problemas. Es importante ver c´ omo cambia el orden de magnitud de las dos contribuciones seg´ un var´ ıa Z .

La relaci´ on que existe entre el campo magn´ etico que aparece en el sistema de referencia en que el electr´ on est´ a en reposo y el campo el´ ectrico coulombiano en el sistema original viene dada por las transformaciones de Lorentz para el campo electromagn´ etico. como un campo magn´ etico. Cuando se repiten los c´ alculos teniendo en cuenta este hecho se obtiene la expresi´ on correcta. a falta de un factor 1/2 con la dada m´ as arriba en la ecuaci´ on para V . Se cumple que B =− y por tanto 1 1 p∧E= p ∧ ∇φ me c me c donde φ = Ze/r es el potencial coulombiano generado por el prot´ on en reposo en la posici´ on del electr´ on. Sabiendo que r = a0 /Z y que a0 = me2 tenemos http://alqua. pero la pregunta es c´ ual es su origen. el sr propio del e− est´ a acelerado y por lo tanto las transformaciones de Lorentz no son adecuadas. Teniendo en cuenta que B =− ∇φ = 1 r dφ dr r=− Ze r r3 v∧E c llegamos a la siguiente f´ ormula para el campo magn´ etico B B =− Ze 1 Ze 1 p∧r= L 3 me c r me c r3 La expresi´ on que hemos obtenido para el campo magn´ etico en el sr propio del electr´ on s − o coincide. Puesto que no hemos aplicado campo externo alguno tiene que ser un campo magn´ etico interno.3.2. el campo electromagn´ etico consta de una componente electrica E y otra magn´ etica B . es decir 2 µB B·S Para ello tendr´ ıamos que interpretar el factor entre par´ entesis. En realidad. En el sr donde el prot´ on est´ a (esencialmente) en reposo admitimos que ambas part´ ıculas interaccionan solo mediante un campo el´ ectrost´ atico E. As´ ı el t´ ermino V s−o da cuenta de la interacci´ on entre el esp´ ın del electr´ on y el campo magn´ etico interno del ´ atomo. Estructura fina expresi´ on que podemos reescribir como V s− o = 2 µB 1 Ze 1 L ·S 2 me c r3 la cual recuerda enormemente al segundo t´ ermino en el hamiltoniano de Pauli. La raz´ on de esta discrepancia se encuentra en que no hemos hecho las cosas correctamente al considerar el sr del electr´ on como un sistema inercial. Ahora bien. originado por el movimiento del prot´ on o n´ ucleo alrededor 2 del electr´ on.org/libredoc/IFC2 49 . que depende del momento orbital. si pasamos al sr propio del electr´ on.

0 . Es decir.2. Si consideramos que 2 µB S ≈ 10−8 eV G−1 = 10−4 eV T eslas−1 (2.: a) Sistema de referencia propio del prot´ on.7. Ahora vamos a calcularla utilizando teor´ ıa de perturbaciones a primer orden ∆ E s−o = φ V s− o φ Las correcciones a la energ´ ıa en primer orden de teor´ ıa de perturbaciones se obtienen como el valor esperado de la perturbaci´ on (Vs−o en este caso) en los estados del hamiltoniano no perturbado. Ahora bien. en el que ´ este aparece en reposo. 50 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno Figura 2. H0 . V s− o ≈ Ze2 2 2m2 ec  3 = Z 4 e8 2 4 c2 Z4 2  1  2 a0 Z m 2 m me 4 e2 c mc2 (Zα)2 mc2 2 = (Zα)2 Z 2 EI (Zα)2 donde durante el c´ alculo he aproximado la fracci´ on m/me = 1. b) Sistema de referencia propio del electr´ on.5 × 10−4 Z 2 Este resultado es simplemente una estimaci´ on relativamente grosera de la correcci´ on asociada a la interacci´ on esp´ ın–´ orbita.2) es f´ acil darse cuenta que el campo magn´ etico interno del ´ atomo crece como Bint ≈ 10Z 4 T eslas. La raz´ on entre la correcci´ on asociada a este t´ ermino y la energ´ ıa original del ´ atomo es V s− o H0 ≈ (Zα)2 ≈ 0. los valores que puede alcanzar este campo magn´ etico interno son extraordinariamente altos.1. en este caso tenemos dos familias de estados propios asociados a ´ este u ´ltimo y es l´ ıcito preguntarse cu´ al de ellas es la m´ as adecuada.

Jz . j = l + 2 2 2 l+1 1 1 nl jm . J2 = J · J = (L + S) (L + S) = L2 + S2 + L · S + S · L = L2 + S2 + 2L · S con lo cual 1 2 J − L2 − S2 2 En definitiva. Por esta raz´ on utilizaremos como funciones de orden cero aquellas que son autofunciones de estos operadores. En nuestro caso el hamiltoniano puede escribirse de forma un poco esquem´ atica como H = H0 + f (r)L · S donde H0 y f (r) conmutan con todas las componentes de L y S. J2 . y por tanto con L2 . 2 1 2 1 1 L · S nl jm = J − L2 − S2 nl jm 2 2 2 L·S= y teniendo en cuenta que s = 1 L · S nl jm 2 1 2 2 = 2 j (j + 1) − l (l + 1) − 3 4 1 nl jm 2 Consideremos por separado esta expresi´ on seg´ un sean los posibles valores de l y de j .org/libredoc/IFC2 51 . En efecto. el nuevo hamiltoniano conmuta con L2 . No es muy dif´ ıcil darse cuenta de que el producto L · S no conmuta con ninguna componente de L y S.3. Respectivamente 2 1 L · S nl jm 2 1 L · S nl jm 2 l 1 1 nl jm . Sz . 1 Cuando l = 0. j = l − = − 2 2 2 2 = 2 http://alqua. S2 . Lz . por los autovalores de aquellos operadores que conmutan con H. Estructura fina Recordemos que los estados propios del sistema deben venir etiquetados no s´ olo por la energ´ ıa sino tambi´ en por las constantes del movimiento.2. Por el contrario s´ ı que conmuta con sus longitudes al cuadrado. con J2 y con Jz . S2 . es decir. j = 2 1 L · S nl jm 2 2 2 = 0 = 1 2 1 3 +1 −0− 2 4 1 nl jm 2 1 An´ alogamente cuando l = 0 distinguimos los dos casos j = l ± . 1 Adem´ as la utilizaci´ on de la base nl jm facilita el c´ alculo de los elementos φ |Vs−o | φ .

y tomamos m = me . l = 0. T´ ermino de Darwin: V D ´ Este t´ ermino del potencial se escribe como VD = 2 2 8m2 ec ∇2 V c y no tiene an´ alogo cl´ asico por lo que es muy dif´ ıcil de interpretar 6 . j =       Ze2 2 l 1 1 s− o nl 1 j =l+ 1 2 jm r3 nl 2 jm . j = 0. tenemos        1  2    2 (Zα)           0. 2 ∆E = 2 c2 2 2 m e   2  l + 1 Ze 1  1 1  nl 2 jm 3 nl 1  − 2 2 2 2 jm .1. Sin embargo. las de ortonormalizaci´ on de los estados y la forma de las funciones radiales. EI y α.2. el campo s´ olo interviene mediante su valor en el punto r donde se encuentra el electr´ on. es no local. las expresiones habituales para a0 . 1 1 1 nl jm 3 nl jm 2 r 2 = Z a0 3 1 n3 l (l + 1) l + 1 2 Utilizando estos resultados. 52 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .3. Utilizando que 6 En la ecD la interacci´ on entre el electr´ on y el campo culombiano del n´ ucleo es local.0 . Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno Ahora ya estamos en disposici´ on de calcular el elemento de matriz ∆ E s− o = 1 1 nl jm Vs−o nl jm 2 2 que puede tomar tres valores:  0. En j =l− 2. j = l − 2 2me c 2 r 1 2 seg´ un sean los valores de l y j . cuando desarrollamos la ecD en serie de potencias en v/c. El elemento de matriz del operador 1/r3 puede calcularse a partir de las propiedades de los CG.3. parte del potencial que aparece en la ecuaci´ on para el espinor de dos componentes que caracteriza el estado del electr´ on. EI n3 (l + 1) l + EI n3 l l + 1 2 1 2 = − (Zα)2 2 1 n (l + 1) l + 1 nl l + 1 2 1 2 l = 0.1. j = l + En 1 2 ∆ E s−o = 1 2 1 2 1 − (Zα)2 2 = 1 (Zα)2 2 0.

org/libredoc/IFC2 53 . producto de una parte radial y una parte angular.4.2. Utilizando que φn. obtenido mediante teor´ ıa de perturbaciones estacionarias a primer orden. excepto si l = 0. y por tanto se anula siempre en r = 0. Estructura fina ∇2 V c = ∇2 − Ze2 r 1 r = −Ze2 ∇2 = −Ze2 (−4πδ (r)) = 4πZe2 δ (r) se tiene VD = πZe2 2 δ (r) 2 2m2 ec Lo que nos interesa es el valor aproximado de ∆E D .0. Para ello hay que calcular el siguiente elemento de matriz ∆E D = = = 1 1 nl jm VD nl jm 2 2 2 2 1 1 πZe nl jm |δ (r)| nl jm 2 2 2me c 2 2 2 2 πZe |φn. 0 2 3 3 2 m2 n e c a0 n 2. obtenemos π na0 ∆E D = 1 Z 4 e2 2 (Zα)2 0 En δl.3.0 2 2 2me c La parte espacial de la funci´ on de onda del electr´ on es de la forma l φnlm = Rnl (r) Ym (Ω) esto es.0 (0)|2 δl.3.0 δ = − l. La parte radial se comporta como Rnl −→ rl r −→ 0.0.0 (0) = 1 Z 3/2 √ . Correci´ on total a la energ´ ıa La correcci´ on total a la energ´ ıa es ∆E = ∆E T + ∆E s−o + ∆E D que queda reducida a dos sumandos distintos seg´ un sea el valor de l: http://alqua.

8. si l = 0 (calcularemos expl´ ıcitamente este caso en los problemas) ∆E = ∆E T + ∆E D 2.0 . 147 1. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno (http://fig. la correcci´ on final a la energ´ ıa no depende del valor de l. Las energ´ ıas s´ olo dependen de n y de j . En ´ atomos hidrogenoides V s−o . Tambi´ en Alonso p.2. Un c´ alculo largo y sencillo conduce a  ∆Enj = − (Zα)2  3  − n2 4 n   0 E 1 n j+ 2    1 j+ 2 n = mc2 (Zα)4  3  − 2n4 4 con lo que finalmente los niveles de un ´ atomo hidrogen´ oide son     1  j+ 2 Algunos hechos importantes cocernientes a la estructura fina son: 1.org) Figura 2. en ´ atomos multielectr´ onicos la interacci´ on esp´ ın–´ orbita adquiere una mayor importancia relativa por lo que V T y V D se suelen despreciar. Por ejemplo. v. n3 (Zα)2  3 0 Enj = En 1 −  − n2 4 n 3. V D y V T son del mismo orden de magnitud.: Espectro del H1 teniendo en cuenta la estructura fina. Woodgate p. si l = 0 ∆E = ∆E T + ∆E s−o Sin embargo. 64.alqua. 2.1. Las correcciones decrecen r´ apidamente como 1 . a pesar de que las diferentes contribuciones depend´ ıan de dicho n´ umero cu´ antico.1. Sin embargo. para n = 2 se tiene que los niveles de energ´ ıa de 2s 1 y 2p 1 est´ an degenerados (tienen distinto l pero el mismo 2 2 j ). 54 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .

2.1cm y recordemos que ´ 1eV 8066cm−1 . El efecto 2 2 2 2 Lamb —as´ ı se llama— es explicado en el contexto de la teor´ ıa cu´ antica de campos. Se observa una separaci´ on entre los niveles 2s 1 y 2p 1 del orden de 0. el 2 hamiltoniano del sistema ´ atomo + campo es H0 = 7 las consecuencias derivadas de alguno de estos efectos se utilizan con ´ exito para determinar la concentraci´ on de Hidr´ ogeno interestelar. seguiremos denotando a los autoestados de H0 por 1 nl jm . En n = 3 hay una separaci´ on m´ as peque˜ na entre 3s 1 y 3p 1 . y decrece con n y con l. El ´ atomo de Hidr´ ogeno en un campo externo Figura 2.8. pues es del orden de 0.1.4.70 4.2. t´ erminos adicionales que dan cuenta de la deno0 minada estructura hiperfina 7 que en lugar de ser del orden de (Zα)2 En 10−4 eV m e 0 E 10−8 eV .4.: Espectro del H1 incluyendo estructura fina y efecto Lamb. Existen efectos a´ un m´ as peque˜ nos. La separaci´ on de energ´ ıa que produ− 1 cen estos t´ erminos es min´ uscula. El aspecto del espectro predicho para el H1 cuando se introducen estas correcciones es el que se muestra en la figura 2.org/libredoc/IFC2 55 . y finalmente otra ya casi imperceptible entre 3p 3 y 3d 3 . El efecto Zeeman an´ omalo Consideremos nuevamente el problema de un ´ atomo hidrogenoide sumergido en un campo magn´ etico externo estacionario y homog´ eneo. 2.9).4. Este es el espectro que predice esencialmente la ecD. Woodgate p. 2m r Utilizando teor´ ıa de perturbaciones a primer orden hemos calculado los autoestados y autoenerg´ ıas de este hamiltoniano en la secci´ on anterior. B = B k. descubierta por 2 2 Lamb y Retherford en 1947. Admitiremos que el hamiltoniano que caracteriza al ´ atomo aislado es Ze2 p2 − + V T + V s− o + V D . Su origen se encuentra en el hecho de son del orden de Zα2 mn n que el n´ ucleo es extenso y tiene un momento angular intr´ ınseco (un prot´ on tiene 1 un radio de unos 0.03cm−1 . v.9. http://alqua. aunque el espectro experimental muestra algunas discrepancias (ver figura 2. Al sumergir el ´ atomo en un campo magn´ etico seg´ un el eje z . 5. Dado que en esta aproximaci´ on los autoestados no se modifican. El ´ atomo de Hidr´ ogeno en un campo externo En esta secci´ on nos interesamos brevemente por la interacci´ on del ´ atomo de Hidr´ ogeno (o con m´ as generalidad de un ´ atomo hidrogenoide) con un campo electromagn´ etico externo.5f m y un esp´ ın sn = 2 .

1. las correcciones a la energ´ ıa debidas a la inmersi´ on en un campo magn´ etico homog´ eneo y estacionario son ∆E = µB Bm 1 ± 1 2l + 1 = gL (l. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno H = H0 + µB (L + 2S) · B = H0 + µB (Lz + 2Sz ) B = H0 + W. j ) µB B. j = l ± 1/2 56 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .2. Si V es un operador vectorial sus elementos de matriz verifican nljm |Vα | nljm = En el caso que nos ocupa tenemos nljm |Sz | nljm = nljm |S · J| nljm m j (j + 1) nljm |V · J| nljm nljm |J2 | nljm nljm |Jα | nljm con lo cual el problema se ha transformado en el de calcular los elementos del operador S · J.0 . y la correcci´ on a la energ´ ıa en primer orden de teor´ ıa de perturbaciones es ∆E = nljm |W| nljm µB = B nljm |Lz + 2Sz | nljm µB = B nljm |Jz + Sz | nljm µB = µB Bm + B nljm |Sz | nljm El c´ alculo del segundo elemento de matriz requiere la utilizaci´ on de la f´ ormula de ´ que relaciona los elementos de matriz de un operador vectorial (como S) y los Lande del momento angular total J. Pero 1 2 1 2 J − L2 − S2 = J − L2 + S2 2 2 S · J = S · (L + S) = S2 + L · S = S2 + y por tanto nljm |Sz | nljm = o 2 j (j + 1) − l(l + 1) + s(s + 1) m j (j + 1) m 2l + 1 nljm |Sz | nljm = m   − 2l + 1    j =l+ 1 2 1 j =l− 2 As´ ı.1.

m+1 = 2µB B 2 ∆Em. Este resultado es muy interesante porque nos donde gL se denomina factor de Lande indica que la separaci´ on entre dos estados con n´ umeros cu´ anticos n. m y n.10. [Gasiorowicz. la probabilidad por unidad de tiempo de que el sistema sufra una transici´ on al autoestado |f es dPi−>f 8π 2 e2 = | f |r| i |2 2 dt Para llegar a esta expresi´ on hemos realizado algunas aproximaciones entre las cuales podemos citar dos: El campo aplicado es muy d´ ebil de manera que podemos aplicar teor´ ıa de perturbaciones (dependientes del tiempo o no estacionarias). p. 286].org) Figura 2. Reglas de selecci´ on en transiciones electromagn´ eticas.m+1 = µB B 3 4 ∆Em.4.m+1 = µB B 3 2. j ) µB B ´ A mode de ejemplo damos a continuaci´ on algunos de los valores del factor de Lande y las correspondientes separaciones en energ´ ıa l=0 j= 1 2 1 l=1 j= 2 3 l=1 j= 2 gL = 2 2 gL = 3 4 gL = 3 ∆Em. Resulta posible inducir cambios en el estado del sistema aplicando un campo electromagn´ etico externo dependiente del tiempo.: Niveles considerando el efecto Zeeman an´ omalo. el sistema se encuentra en uno de sus autoestados. m + 1 no es simplemente µB B .2. ´. Si en el instante t = 0 en el que aplicamos el campo. sino ∆Em.2.4. http://alqua. que denotar´ e como |i .alqua. v. j.m+1 = Enjm+1 − Enjm = gL (l. j. El ´ atomo de Hidr´ ogeno en un campo externo (http://fig.org/libredoc/IFC2 57 . Las longitudes de onda involucradas son muy grandes comparadas con el tama˜ no del sistema.

No obstante. La probabilidad por unidad de tiempo asociada a este tipo de transiciones es 3 e2 8ω f dPi−>f i | f |r| i |2 = dt c3 Ei − Ef donde ωf i = . Suponga que el electr´ on no posee esp´ ın. El c´ alculo expl´ ıcito de estos elementos de matriz entre los estados nljm del ´ atomo de hidr´ ogeno es bastante largo. el sistema tambi´ en puede experimentar transiciones espont´ aneas en las que el estado inicial tiene mayor energ´ ıa que el final. Problemas y ejercicios Enunciados 1. Cuando alguna de estas reglas no se cumple la probabilidad de ocurra la transici´ on es cero. hay que tener en cuenta que el el factor de proporcionalidad tambi´ en podr´ ıa ser cero.1. y es precisamente esto lo que justifica la regla que afecta al n´ umero cu´ antico l. Si este elemento se anula la probabilidad de que ocurra la transici´ on entre dichos estados es cero.1. mi ± 1} Podemos convencernos de que las reglas que afectan a los n´ umeros cu´ anticos j y m son ´ verdad utilizando otra vez la f´ ormula de Lande. [A] Estudie el efecto que tiene la aplicaci´ on de un campo magn´ etico estacionario y homog´ eneo B = B k sobre las l´ ıneas de emisi´ on asociadas a la transici´ on n = 2 → n = 1.2. 2. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno En ausencia de campo externo. 2. jf ∈ {ji . estas reglas fijan las condiciones necesarias (pero no suficientes) para que la probabilidad de transici´ on sea no nula. En otras palabras. pero se concluye que son necesariamente cero si no se cumplen simult´ aneamente las siguientes condiciones lf ∈ {li ± 1} . tenemos un conjunto de condiciones. ji ± 1} .0 . llamadas reglas de selecci´ on.1. En definitiva. nf lf jf mf |r| ni li ji mi ∝ nf lf jf mf |J| ni li ji mi Ahora bien las componentes del operador J solo pueden conectar estados que tengan el mismo n´ umero c´ uantico j ´ o j ± 1 y donde los n´ umeros cu´ anticos m asociados a los estados inicial y final s´ olo pueden diferir a lo sumo en una unidad. que deben satisfacer los numeros cu´ anticos de los estados involucrados en la transici´ on. mf ∈ {mi . 2. En cualquiera de los dos casos la probabilidad de transici´ on por unidad de tiempo es proporcional al m´ odulo cuadrado del elemento de matriz del vector r. Demuestre que en la transici´ on de una 58 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .5. Este tipo de transiciones son debidas a las fluctuaciones del vacio del campo electromagn´ etico y s´ olo pueden explicarse de forma natural dentro del marco de la teor´ ıa cu´ antica de campos.5. [A] Considere los subniveles 4f y 3d del ´ atomo de hidr´ ogeno en presencia de un campo magn´ etico estacionario y homog´ eneo.

12. viene dado por H= 1 q P− A 2m c 2 + qφ http://alqua. [A] Determine el gradiente de campo del im´ an de un Stern--Gerlach de unos 50cm de longitud. El haz entra en un im´ an de longitud l que genera un campo B = B k con gradiente ∂z B ortogonal al haz. Cuando sale del im´ an a´ un recorre una distancia horizontal l hasta llegar a la placa fotogr´ afica. Problemas y ejercicios subcapa a otra tan s´ olo se observan tres l´ ıneas espectrales. Demuestre que la distancia entre marcas en la placa es µB D= ∂z B (l2 + 2ll ) 2kT 4.org/libredoc/IFC2 59 . Estudie el efecto de los t´ erminos de estructura fina en la transici´ on n = 2 → n = 1. [T*] Supongamos que una part´ ıcula de carga q y masa m se mueve en una ´ orbita circular de radio r. en interacci´ on con un campo electromagn´ etico externo. 5. de modo que todos se encuentran en el estado fundamental. B ). 11. 8. [T*] Demuestre que la correcci´ on a la energ´ ıa causada por V T es. Si el campo aplicado es de 0. El gradiente caracter´ ıstico del im´ an es de 10 Tesla/m. [T*] Justifique que el hamiltoniano asociado a una part´ ıcula de masa m y carga q . 0. [A] Verifique la relaci´ on A = − r ∧ B en el caso de un campo B = (0. [A] Un haz bien colimado de ´ atomos de hidr´ ogeno emerge de un horno en cuyo ´ interior los ´ atomos se encuentran en equilibrio a la temperatura T . [A] Se hace pasar un haz de ´ atomos de hidr´ ogeno. [T] Demuestre que los estados |lsjm son autoestados de L2 y S2 . Calcule la deflexi´ on transversal de un ´ atomo del haz justo en el momento en que abandona el im´ an. ¿podremos resolverlas en un espectr´ ometro con resoluci´ on 10−11 m? 3. provenientes de un horno que trabaja a una temperatura T = 400K . [T] Verifique para l = 0 que la suma de las tres correciones ∆E T + ∆E s−o + ∆E D da lugar a la expresi´ on dada en la teor´ ıa. que es capaz de producir 1mm de separaci´ on entre las dos componentes de una haz de hidr´ ogeno proveniente de un horno a 960o C. 2 7. Determine la relaci´ on que existe entre el momento magn´ etico asociado a dicha corriente y el momento angular de la part´ ıcula.5 T. 9. a primer orden de teor´ ıa de perturbaciones:   ∆E T = − (Zα)2 0  3 En  − n2 4 n  1 l+ 2 10. Esta es lo suficientemente baja.2. por un gran im´ an de longitud X = 1m.5. Su desplazamiento sobre la ´ orbita es equivalente a una corriente el´ ectrica. 1 6.

1. Como mucho. λ∆m = π hc c = 2π 7 ∆ E∆ m EI − µB B ∆m 144 el t´ ermino en ∆m en el denominador es muy peque˜ no as´ ı que est´ a justificado hacer un 60 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . desde un estado puedo acceder |43m −→ |32m + ∆m con ∆m = 0.0 . de uno de los estados de n = 4 puede haber 3 transiciones a estados del nivel n = 3. 3 valores. 3 fotones diferentes. Las energ´ ıas de los fotones emitidos son ∆Em.2. 2. observaremos. Puesto que ∆m puede tomar a lo sumo. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno Figura 2.∆m = = − EI EI + µB Bm − − 2 + µB B (m + ∆m) 2 4 3 7 EI − µB B ∆m 144 Las energ´ ıas de los fotones son una constante m´ as un t´ ermino que depende de la diferencia del n´ umero m entre el estado inicial y el final.2. ±1.11 Vemos en el diagrama cuales son las transiciones permitidas en virtud de las reglas de selecci´ on. Algunas soluciones Problema 2 Al aplicar el campo la situaci´ on ser´ a aproximadamente la que se muestra en la figura 2.5. Como las energ´ ıas dependen de ∆m vamos a etiquetar las longitudes de onda de los fotones correspondientes como λ∆m .: Diagrama de niveles de 3d y 4f sin considerar el esp´ ın del electr´ on. a lo sumo.1. En efecto.11. Como en presencia de un campo B los estados anteriores poseen energ´ ıas diferentes los fotones emitidos est´ an caracterizados por diferentes longitudes de onda.

12. Problema 3 Velocidad de salida de los ´ atomos v = vy j fuerza que act´ ua sobre ellos Fz = −gs µB ∂z Bms 1 puede tomar dos valores.2. desarrollo en serie: λ∆m = 2π 288 c 1 ≈ 7 µ Bm 7 EI EI 1 − B 7EI 144 144 1+ 144µB B ∆m 7EI Calculamos la diferencia entre las longitudes de onda de un fot´ on y otro en valor absoluto (porque no sabemos cu´ al es mayor). es 1 µB ∂z B 2 d± = az t2 = ± t 2 4M http://alqua.1A por lo tanto la diferencia entre las longitudes de onda de uno y otro es claramente detectable usando el espectr´ ometro a nuestra disposici´ on.org/libredoc/IFC2 61 . Problemas y ejercicios l l’ Figura 2. A esa fuerza pueden corresponder las 2 aceleraciones Fz Fz µB az = = =± ∂z B M mπ + me 2M el desplazamiento respecto a la horizontal. seg´ un sea ms = ± . |λ1 − λ0 | = 288π c 7 EI 144 7EI 144µB B 7EI 2 = 2π c haciendo n´ umeros µB B |λ1 − λ0 | = 0.82A > 0.: Al eje a lo largo del cual se monta el experimento lo llamaremos y . El vertical es z y hacia fuera del papel viene x. a la salida del im´ an.5.

D= Problema 4 Utilizamos la expresi´ on obtenida en el problema anterior ∂z B = 10 kT T m = 3. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno y y Figura 2. en el punto de impacto. aunque es verdad que estar´ a rodeada de manchas que se deben a la dispersi´ on de velocidades de los ´ atomos en el horno.84cm 62 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .0 .1. Hay que saber la expresi´ on para la fuerza cuantizada 2.13. ser´ a d± = vz t = finalmente. La separaci´ on M vy vertical del punto de salida del im´ an. Lo que distingue este problema de uno de primer curso es que 1. con vz = az t = µB ∂z B ll 2 M vy µB ∂z B l .1.2.: dn dvy [vy ] el tiempo de vuelo dentro del im´ an es t = d± = ± l vy µB ∂z B l2 2 4M vy fuera del im´ an el movimiento ser´ a rectil´ ıneo. Sabemos que en el experimento de verdad hay una extensi´ on seg´ un el eje x de la mancha.452 × 10−2 eV 2kT M D = 0. La velocidad m´ as probable (mp ) dentro del horno es vy |mp = de ah´ ı que µB ∂z B 2 l + 2ll 2kT corresponda a la mancha m´ as intensa. debido al peque˜ no ∂x B que es inevitable. Para estimar la vy hay que conocer la distribuci´ on de velocidades de MB. D+ = d+ + d+ y D− = d− + d− y D = D+ − D− .

El momento magn´ etico de una part´ ıcula sin esp´ ın es directamente proporcional al momento de la cantidad de movimiento.14.14.2. En los casos simples en los que el momento lineal coincide http://alqua.org/libredoc/IFC2 63 .5. el momento de la cantidad de movimiento y el momento magn´ etico son colineales con el vector k. Por otro lado.: La espira est´ a en el plano xy . r ∧ mv = mrv k con lo que se llega al resultado 2c que se buscaba: q M= l 2mc Este resultado es completamente general (es decir. puesto que con una longitud de 1m la separaci´ on entre impactos es ya apreciable. El exSG cabe en una mesa de escritorio. Problema 5 µB ∂z Bl2 2kT 2kT D ∂z B = µB l2 G 1463 cm D = Problema 7 Sea la situaci´ on que se muestra en la figura 2. El momento magn´ etico asociado a la espira es M= iS k c donde i es la intensidad de corriente y S es el ´ area de la superficie encerrada por la espira v 2πr S = πr2 i = q q de donde M = rv k. vale en la F´ ısica Cu´ antica). Problemas y ejercicios Figura 2.

Si p = mv q entonces L = r ∧ mv = r ∧ p y M = L. El momento de la cantidad de movimiento 2c (a no confundir con el momento lineal) es r ∧ mv = L + q r ∧ (r ∧ B) 2c de donde se extrae la siguiente expresi´ on para el momento magn´ etico en presencia de un cem externo (estacionario y homog´ eneo) M = = = = q r ∧ mv 2mc q q L + r ∧ (r ∧ B) 2mc 2c q2 q L+ r ∧ (r ∧ B) 2mc 4mc2 q q2 L+ (r · B) r − r2 B 2mc 4mc2 el segundo t´ ermino es muy peque˜ no. entonces q p = mv + A c y en particular para un cem estacionario y razonablemente homog´ eneo q p = mv − r ∧ B 2c q y entonces L = r ∧ P = r ∧ mv − r ∧ (r ∧ B). Pero si sumergimos la part´ ıcula en un 2mc campo externo.1.0 .1. La energ´ ıa de interacci´ on entre el campo externo y el momento M se escribe como la integral curvil´ ınea B W =− 0 M B · dB = − q q2 B·L− (r · B)2 − r2 B2 2 2mc 8mc Problema 9 Reexpresamos el potencial: V T 1 P4 1 =− =− 2 8 m3 c 2 e m me 2 1 me c2 P2 2m 2 El hamiltoniano no perturbado es P2 P2 +Vc → = (H0 − V c ) → H0 = T + V = 2m 2m c P2 2m 2 = (H0 − V c )2 64 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . el momento magn´ etico es proporcional al momento angular.2. pero no conviene perder de vista la diferencia entre l y L y que M es proporcional a la primera de estas cantidades. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno con la cantidad de movimiento (ausencia de campo externo).

5.org/libredoc/IFC2 65 .2. Problemas y ejercicios 1 entonces. y adoptando la notaci´ on nl jm 2 ∆E T = ξ VT ξ 1 2 1 2 m me m me 2 = |ξ para aligerar las expresiones: = − = − 1 ξ (H0 − Vc )2 ξ me c2 1 c 2 c c ξ H2 0 + (V ) − H0 V − V H0 ξ me c2 2 0 ξ |Vc | ξ se tiene como ξ |H0 Vc | ξ = En ∆ ET = − = − 1 2 1 2 m me m me 2 1 ξ me c2 1 me c2 0 En 0 En 2 2 0 + (Vc )2 − 2Vc En ξ 2 0 − 2E n ξ |Vc | ξ + ξ (Vc )2 ξ que depende de dos elementos de matriz que calculamos a continuaci´ on: ξ |Vc | ξ = −Ze2 ξ = −Ze2 = − ξ (Vc )2 ξ = = n3 teniendo en cuenta que (Ze)2 (Ze)2 0 = = (Zα)2 me c2 = 2EI = −2n2 En 2 a0 m2 e 0 =− y como En 1 ξ r 1 r 2 dr r2 Rnl (r) Z 2 e2 n2 a0 2 2 (r) dr r2 Rnl Ze2 1 r2 (Ze)4 1 l+ a2 0 2 Z 2 EI (Zα)2 mw c2 = − reescribimos los productos escalares: n2 2n ξ |Vc | ξ ξ (Vc )2 ξ 0 = 2E n 2 = 0 4n E n 1 l+ 2 http://alqua.

2.0 .1. por fin  ∆E T = − 1 2 1 2 1 2 m me m me m me m me 2 2 1  0  En me c2  2 0 − 4 En 2 + 4n 1 l+ 2 0 2 En     2 = − 1 4n  0 0 En E −3 + 2 1 n me c l+ 2  1 me c2  2  2 = − − (Zα) me c2 2n 2  n  0 E 1 n l+ 2 2 4n  0  E −3 + 1 n l+ 2 = − (Zα)  3  − n2 4 si consideramos m me 1 − 5 × 10−4 Z −1 1 podemos dejarlo en   n  0 E 1 n l+ 2 2 ∆E T − (Zα)  3  − n2 4 estamos listos para afrontar el problema 10. Estructura fina del ´ atomo de hidr´ ogeno y. 66 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1.

carga. no obstante. tambi´ en podemos asociarles etiquetas. ¿podremos saber quienes son 1 y 2 en el instante final?. Dos part´ ıculas poseen momentos opuestos en el instante inicial t = 0 y asint´ oticamente alcanzan un estado en el que los momentos finales se han modificado. Si en t = 0 asociamos la etiqueta 1 a la part´ ıcula de la izquierda y 2 a la de la derecha.3. otro puede asociarle la etiqueta 2. una cierta ambig¨ uedad en la elecci´ on de las etiquetas. . resulta que son indistinguibles no podemos hablar sin m´ as de la funci´ on ψ (r1 . Introducci´ on Planteamiento del problema Part´ ıculas id´ enticas son aqu´ ellas que tienen iguales todas sus propiedades y caracter´ ısticas f´ ısicas tales como masa. Si un observador llama 1 a una de las part´ ıculas.1. espines de estas part´ ıculas en cualquier funci´ on en la que intervengan. la trayectoria de cada una de las dos part´ ıculas. Sin embargo. r2 . 3. esp´ ın. no contendr´ a aspectos esencialmente nuevos. Podremos entonces trabajar con una funci´ on de onda de argumentos bien etiquetados: ψ (r1 . aunque m´ as farragoso. . debido al proceso de interacci´ on que han experimentado. . 3. Como en la mec´ anica cl´ asica podemos medir sucesivamente la posici´ on de una part´ ıcula sin perturbar el estado del sistema tambi´ en podremos trazar. y por tanto distinguir entre los dos casos que se dan en la figura.). En el primer caso ser´ a posible distinguir las coordenadas. . pero siguen siendo opuestos debido a la conservaci´ on del momento total del sistema.1. y el estudio de sistemas constitu´ ıdos por varias part´ ıculas id´ enticas. r2 . Por lo tanto podemos trazar las trayectorias que siguen las part´ ıculas sin ninguna ambig¨ uedad y. Si. si ´ este es el caso. Part´ ıculas cl´ asicas Consideremos brevemente el problema de part´ ıculas id´ enticas en mec´ anica cl´ asica. .2. En este paradigma. El problema esencial que se plantea al trabajar con part´ ıculas id´ enticas es determinar si son distinguibles o no. esta ambig¨ uedad no afecta al valor de las magnitudes f´ ısicas puesto que todas ellas son 67 . a medida que el tiempo avanza. posici´ on y momento son simult´ aneamente determinables para todo t con precisi´ on arbitraria y sin perturbar el sistema. si podemos asociarles etiquetas alfanum´ ericas. Dicho de otra manera. Tomemos en consideraci´ on la situaci´ on ilustrada en la figura3.1.) y nos enfrentamos a un problema verdaderamente nuevo al que tendremos que dar soluci´ on. momentos. por el contrario. Existe. etc (nuevas propiedades que a´ un no has sido introducidas en este curso). Part´ ıculas id´ enticas 3. .1.1.

por ejemplo. En realidad. p1 ) Obs´ ervese que el problema de la indistinguibilidad no se plantea nunca en la mec´ anica cl´ asica sean las part´ ıculas id´ enticas o no. 68 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . etc.0 . ´ estas no pueden situarse a una distancia menor que r0 y en consecuencia nunca se encontrar´ an en el mismo punto del espacio.: Dos part´ ıculas convergen en el estado inicial y un tiempo despu´ es divergen (estado final). para cualquier magnitud f´ ısica Q dependiente de las coordenadas. En efecto.: Hasta t0 podemos a˜ nadir etiquetas. pero ello no tiene consecuencia alguna en el valor de las distintas cantidades f´ ısicas (energ´ ıa. p2 ) = Q (r2 . etc. Figura 3.1. las dos trayectorias se distinguen perfectamente y podemos asociarles nuevamente etiquetas. r2 . Hay dos casos posibles en lo que concierne a la identificaci´ on de las part´ ıculas. existe un caso bastante acad´ emico que plantea un peque˜ no problema. Por supuesto que aparece nuevamente la ambig¨ uedad sobre a qui´ en asociarle la etiqueta 1 (o 2). r1 . Posteriormente. Part´ ıculas id´ enticas pf p1i p2i p’ f Figura 3.) del sistema. ¿Podemos saber c´ omo ha evolucionado el sistema?.1.3. en la pr´ actica r0 puede ser tan peque˜ no que nuestro instrumento de medida no sea capaz de resolverlo y parecer´ a que las dos part´ ıculas se superponen. p1 .1.1 1 No obstante. se verifica que Q (r1 . sim´ etricas bajo el intercambio de coordenadas. Es decir. Este caso singular corresponde a dos part´ ıculas id´ enticas puntuales que coinciden exactamente en el mismo punto del espacio en un instante t0 . que el potencial efectivo de Coulomb en una dimensi´ on tiene una forma tal que para cualquier E > 0 existe un r0 (par´ ametro de impacto ) que nos indica la distancia de m´ axima aproximaci´ on de las dos part´ ıculas. debido a la simetr´ ıa de las mismas bajo intercambio de etiquetas. y en t0 las pierden para inmediatamente despu´ es recuperarlas. momento lineal total. instante en el que son indistinguibles. momentos.2. De todas formas se trata de un problema extraordinariamente acad´ emico. que se muestran en las figuras inferiores. p2 . Sabemos.

la situaci´ on cambia radicalmente en mec´ anica cu´ antica donde el estado del sistema no viene dado por las posiciones y velocidades de las part´ ıculas. que normalmente suele ser peque˜ na. sino por su funci´ on de onda. no hay criterios para diferenciar cu´ al de ellas se ha encontrado. El problema de la distinguibilidad se plantea cuando los dos paquetes de onda se solapan apreciablemente. Introducci´ on Figura 3. sino de regiones distinguibles y por lo tanto etiquetables. esto es.: Merced a la evoluci´ on guiada por el potencial atractivo. Para simplificar la discusi´ on consideremos dos part´ ıculas id´ enticas. Como son id´ enticas. los dos paquetes de ondas (part´ ıculas) se mueven hacia el centro del mismo a la vez que se ensanchan.org/libredoc/IFC2 69 . Podemos. No podemos hablar de trayectorias. inicialmente muy alejadas la una de la otra y cada una de ellas descrita por su paquete de ondas (figura 3. 3. Supongamos que las dos part´ ıculas forman un estado ligado bajo la acci´ on de un cierto potencial atractivo. los dos paquetes se aproximan a la vez que ensanchan y finalmente se solapan. ya que a esa amplitud de probabilidad contribuyen ambos paquetes de onda.1. como E < 0 las dos part´ ıculas forman un sistema ligado y quedan atrapadas en la zona donde el potencial toma valores apreciables. y finalmente las dos regiones de probabilidad comienzan a solaparse.4. Debido al caracter atractivo del potencial. Part´ ıculas cu´ anticas Como vamos a ver inmediatamente. podemos distinguir las dos part´ ıculas. en cada una de las cuales existe probabilidad uno de encontrar una part´ ıcula. es decir.3. en general.: Se representan fdo ψ1 y ψ2 normalizadas y con probabilidad significativa s´ olo en una peque˜ na regi´ on (el solapamiento de las dos funciones de onda es cero). determinar la probabilidad de encontrar una part´ ıcula. Dado que las dos regiones de probabilidad no nula aparecen claramente separadas.1. como en la mec´ anica cl´ asica. En esta situaci´ on existen dos regiones del espacio claramente separadas. Figura 3. Otro ejemplo es el proceso de dispersi´ on de dos part´ ıculas id´ enticas en mec´ anica cu´ an- http://alqua. sin solapamiento. Adem´ as. pero no podemos saber cu´ al de las dos part´ ıculas hemos detectado.3. que la energ´ ıa total del sistema es E < 0. As´ ı el solapamiento continua siendo alto de forma indefinida.3.3).

2) . El paquete de onda saliente forma un frente de ondas que avanza hacia los detectores. aunque en la pr´ actica se trabaje con ondas planas. . Denotaremos esta funci´ on de forma simplificada como ψ (1.1. pero por otro son necesarias para poder construir funciones multivariable. 3.1. las dos part´ ıculas vienen descritas igual que antes por sus paquetes de onda.: Dos part´ ıculas caracterizadas por sus paquetes de onda convergen hacia la regi´ on de interacci´ on. Part´ ıculas id´ enticas θ θ Figura 3. Por lo tanto 70 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Argumentos muy generales basados en la ecS permiten deducir que la funci´ on de onda lejos de la zona de interacci´ on (donde se emplazan los detectores) es de la forma f (Ω) exp ik · r . En el momento inicial t = 0. .3.0 . . r y por tanto la densidad de probabilidad se comporta como f (Ω)2 . 3. S2z .} y 2 = {r2 .5. En la pr´ actica la r2 regi´ on de probabilidad no nula forma un frente de onda (que en la figura hemos supuesto que es esf´ erico) al que contribuyen las dos part´ ıculas y al llegar a los detectores es absolutamente imposible diferenciar entre ellas. tica. Afirmaci´ on fuerte Una forma de proceder consiste en afirmar que la permutaci´ on de las coordenadas de las dos part´ ıculas que forman el sistema no modifica el estado del mismo.1. S1z . No existe ninguna restrici´ on para que la funci´ on de onda anterior dependa del tiempo.2. Existen diversos caminos para sortear este problema que conducen al mismo resultado. donde 1 = {r1 . · · · } son en sentido amplio las coordenadas de cada part´ ıcula. no hemos hecho explicita dicha dependencia para simplificar la notaci´ on Obs´ ervese que se presenta la siguiente contradicci´ on: por un lado indistinguibilidad no permite asociar etiquetas a las coordenadas de las part´ ıculas.2. Sistemas de dos part´ ıculas id´ enticas En esta secci´ on estudiaremos como influyen las ideas anteriores en la funci´ on de onda de un sistema formado por dos part´ ıculas id´ enticas. .

una fase global. La respuesta es afirmativa. no existen funciones de onda con simetr´ ıa mezclada. No menos importante es que la simetr´ ıa de intercambio de la fdo (su simetr´ ıa o antisimetr´ ıa bajo el intercambio de coordenadas) s´ olo depende del esp´ ın que poseen las part´ ıculas del sistema.3. las funciones de onda de sistemas formados por fermiones. Todos los resultados experimentales conocidos hasta el presente son consistentes con el hecho de que la fdo sea sim´ etrica o antisim´ etrica bajo el intercambio de las coordenadas de dos part´ ıculas. es decir. De forma m´ as precisa. 2) = eiα eiα ψ (2. 3. a lo sumo. que conduce a la invariancia del estado bajo el intercambio de las coordenadas de dos part´ ıculas id´ enticas. es decir part´ ıculas de esp´ ın semientero. son siempre antisim´ etricas. 1) = eiα o sea eiα 2 2 ψ (2.org/libredoc/IFC2 71 . 1) = eiα ψ (1. es en realidad falso. la diferencia entre ambas funciones de onda es. la funci´ on de onda del sistema solo puede ser sim´ etrica o antisim´ etrica. a lo sumo. 2) y ψ (2. 1) = eiα ψ (1. debemos imponer que los posibles resultados de cualquier medida permanezcan inalterados bajo el intercambio de coordenadas. = 1 → eiα = ±1 Esta forma de introducir en el formalismo de la FC la indistinguibilidad conduce a que el intercambio de los argumentos de la funci´ on de onda produce. es decir part´ ıculas de esp´ ın entero. Por ello debe cumplirse que ψ (2. En concreto tenemos que: 1.2. Sea P12 el operador que al actuar sobre un estado intercambia todas las coordenadas asociadas a las part´ ıculas etiquetadas 1 y 2 P12 ψ (1. 1) . un cambio de signo. Entonces ψ (2. Se trata de una conclusi´ on extraordinariamente fuerte y debemos preguntarnos ahora si es compatible con la experiencia. Lo u ´nico que realmente podemos deducir es que dicho intercambio no puede dar lugar a diferencias observables. 2) . 1) Algunas propiedades de este operador son http://alqua. 2. Seg´ un estos argumentos. 2) = ψ (2. las funciones de onda de sistemas formados por bosones.2. son siempre sim´ etricas. 3. Sistemas de dos part´ ıculas id´ enticas ψ (1. Afirmaci´ on d´ ebil El argumento precedente. 1) caracterizan exactamente el mismo estado del sistema.2.

1)O(1. 2) = 1 P† 12 P12 = 1. −1 3. que en la pr´ actica no produce un gran efecto porque las magnitudes f´ ısicas (cl´ asicas) poseen esta 72 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1. 1) = ψ (1. si elegimos O(1. Como dec´ ıamos al principio los resultados de cualquier medida no deben verse alterados bajo un intercambio de coordenadas. La demostraci´ on de esta propiedad requiere estudiar los elementos de matriz de dicho operador entre estados |φ y |ψ cualesquiera. 2). 1) = d1d2φ∗ (1. 2) = P12 (P12 ψ (1. P12 φ |O| P12 ψ = φ P† 12 OP12 ψ = d1d2φ∗ (1. 2)O(1. P† 12 O(1. En efecto. 2)P12 = O(2. P2 12 = 1 −→ P12 = P12 P2 12 ψ (1. 2. y puesto que esto es cierto para fdo arbitrarias llegamos a la identidad superior entre operadores.1. 2) P† 12 O(1. 2)) = P12 ψ (2. Esta es la primera gran consecuencia de la indistinguibilidad.3. 2)P12 = O(2. As´ ı. Part´ ıculas id´ enticas −1 1. 2)P12 ψ (1. tenemos que el operador P12 verifica que −1 P† 12 = P12 = P12 . 2) Como este resultado es v´ alido cualquiera que sea ψ (1. el observable debe ser sim´ etrico bajo el intercambio de las coordenadas de las dos part´ ıculas. As´ ı. 2) concluimos que P2 12 = 1. 2)ψ (1. 2)ψ (2. 2). 2)O(2. cualquiera que sea |ψ debe cumplirse que † ψ |O| ψ = ψ P† 12 OP12 ψ → O(1. donde O es un operador cualquiera que depende (en general) de las coordenadas de las dos part´ ıculas. 1). 1)ψ (1. es decir. Esta propiedad es una consecuencia directa de la anterior. P† 12 = P12 . Por tanto. 2) dri y P12 φ |O| P12 ψ = Ahora bien d1d2φ∗ (2. φ |O| ψ = donde di = s zi d1d2φ∗ (1. 1). 2) = P12 O(1.0 .

2) + bψ (2. Por el contrario las fases globales son irrelevantes y pueden ser eliminadas de la fdo sin afectar a ning´ un proceso de medida. entonces 2 φ(1. 1) = H(1. el enorme conjunto de datos experimentales demuestra que esto no ocurre. Por otro lado la energ´ ıa (el hamiltoniano) es un observable y debe cumplir que H(1. 1). 2) es autofunci´ on de H con autovalor E H(1. o en general H(1. 2) y ψ (2. 1) = Eψ (2. 2) = Eψ (1. Sin embargo. En principio. lo que autom´ aticamente nos lleva a que los autoestados del hamiltoniano deben serlo simult´ aneamente del operador de permutaci´ on. el nivel ψ (S ) (1. 1)ψ (2. 2) = P2 12 φ(1. 2) = λφ(1. 2) = 2 N´ otese que las fases internas de una fdo son esenciales. 2) una de sus autofunciones. 2) = ±φ(1. cualquier combinaci´ on lineal de ψ (1. con lo cual φ(2. 2) = √ (ψ (1. Por ejemplo. Por lo tanto. dado que P2 12 = 1. P12 ] = 0. 1)) = E (aψ (1. 1 √ (ψ (1. http://alqua. 2)ψ (1. Cambiar o eliminar dichas fases significa cambiar radicalmente la naturaleza de dicha fdo. 2) = H(2. sea φ(1. es decir P12 φ(1. 2). 2) + bψ (2. 2) → λ = ±1. 2) + ψ (2. Seg´ un los argumentos expuestos anteriormente las autofunciones de H tambi´ en deben ser sim´ etricas o antisim´ etricas. Sistemas de dos part´ ıculas id´ enticas propiedad. 1) = P† 12 H(1. 2). 1)) . Esto no plantea dificultad ya que si ψ (1.org/libredoc/IFC2 73 . 2) (aψ (1. 2)P12 → [H. 2) = λ φ(1. 1)) 2 No podemos llevar m´ as lejos las consecuencias asociadas a la indistinguibilidad de las part´ ıculas id´ enticas. Ahora bien. 2)ψ (2. nada impedir´ ıa que en un mismo sistema formado por part´ ıculas id´ enticas coexistiesen los dos tipos de soluci´ on. Indistinguibilidad impone que s´ olo dos de ellas son f´ ısicamente aceptables: las combinaciones sim´ etrica y antisim´ etrica2 . 2). este operador s´ olo posee autofunciones sim´ etricas o antisim´ etricas correspondientes a los autovalores λ = ±1. En efecto. tambi´ en se cumple que H(2.3. 1) es autofunci´ on con energ´ ıa E . 2) − ψ (2.2. 2) = λP12 φ(1. 1)) 2 1 ( A ) ψ (1. 1) = P12 φ(1.

. . 3 . . . 2. . es decir. . j. 2. . tenemos que ψ (1. 2. i. En estas expresiones la negrita subraya las etiquetas que se intercambian. 2) = ψ (3. i. una sim´ etrica y otra antisim´ etrica. . . es decir no existen dos funciones de onda. con la misma energ´ ıa. 2. Caso general: postulado de simetrizaci´ on A continuaci´ on postulamos las propiedades de la funci´ on de onda de un sistema constituido por N part´ ıculas id´ enticas (N ≥ 2). .3. entre los que destacaremos dos: cuando las part´ ıculas se encuentran muy alejadas y sus paquetes de onda no solapan. . 2. . . j. 1. Ejemplo {1. 3} → {3. . expresi´ on que tambi´ en se puede hallar aplicando de forma sucesiva las dos transposiciones seg´ un la regla particular para una transposici´ on escrita m´ as arriba. y ´ esta viene determinada u ´nica y exclusivamente por el esp´ ın de las part´ ıculas. . . 2. . 2 74 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . . . j. 1. 3) = (±1) ψ (3. si est´ a formado por fermiones. . .0 . 1} → {3. si el sistema est´ a formado por bosones y ψ (1. i2 .1. . 2. 2. N ) . lo cual permite considerarlas como distinguibles. Por tanto ψ (1. i3 . Para 1 ≤ i. . . . i3 . 2. . N } y Np es el n´ umero de transposiciones de dos ´ ındices necesarias para pasar de una secuencia a otra. . iN ) . Este postulado tiene validez general excepto en unos pocos casos. Un sistema formado por part´ ıculas id´ enticas viene caracterizado por fdo con una sola simetr´ ıa de intercambio. . 2}. . . i. . 3. . 2} se puede escribir como {1. cuando inicialmente las dos part´ ıculas tienen proyecciones de su esp´ ın opuestas y la interacci´ on entre ellas no modifica este hecho. 3} → {3. . . . dicho nivel contendr´ ıa dos subniveles con esp´ ın s = 0 y s = 1. . . . . i. . . Las dos relaciones anteriores constituyen el postulado de (anti)simetrizaci´ on de la funci´ on de onda. y s´ olo se observa un estado de esp´ ın cero. Si as´ ı ocurriese. donde {i1 . . . . . 2) . como dos transposiciones sucesivas. . . 2. . .3. . N ) = (±1)Np ψ (i1 . N ) = ψ (1. . . En el caso de los fermiones se llama tambi´ en principio (fuerte) de exclusi´ on de Pauli. 1. N ) = −ψ (1. 1. j ≤ N . i2 . . . . . . iN } es una permutaci´ on de la secuencia {1. .1. . . . Podemos escribir el postulado de forma m´ as compacta como ψ (1. N ) . . j. . Part´ ıculas id´ enticas fundamental del ´ atomo de helio (Z=2) no est´ a degenerado.

3. http://alqua.1. ni se detallan todos los n´ umeros cu´ anticos que son necesarios para su perfecto etiquetado. que tiene signo opuesto. Cada antipart´ ıcula posee todas sus caracteri´ sticas f´ ısicas iguales a las de su part´ ıcula excepto la carga el´ ectrica. De acuerdo con lo que hemos estudiado hasta ahora no hay ninguna restricci´ on para que dos bosones con la misma proyecci´ on del esp´ ın (y quiza otros n´ umeros cu´ anticos iguales) se sit´ uen en el mismo punto del espacio r. es decir el valor medio de la densidad de probabilidad en una regi´ on muy peque˜ na. 3. molecular o nuclear las fdos vienen dadas de forma aproximada por determinantes en muchos casos. Sz . Sz ) = 0 y. en consecuencia. r. Las primeras son siempre fermiones con esp´ ın s = 1/2. la probabilidad asociada a dicho suceso es cero.1 s´ olo hemos incluido la mitad ya que faltan las antipart´ ıculas correspondientes. Un experimento no determina nunca |ψ (r)|2 . que 3 En f´ ısica at´ omica. Enunciaremos este mismo principio de forma un poco m´ as general cuando a continuaci´ on introduzcamos fdos determinantales3 . en teor´ ıa cu´ antica de campos surge como un teorema conocido como teorema esp´ ın–estad´ ıstica. La forma d´ ebil del principio de exclusi´ on introduce una pregunta bastante interesante. Sz . La funci´ on de onda verifica que ψ (r. El gravit´ on.org/libredoc/IFC2 75 . r. esto es que no est´ an compuestas de otras (al menos con el grado de conocimiento actual). con la misma proyecci´ on del esp´ ın constituye la forma d´ ebil del principio de exclusi´ on. que transmiten las diversas interacciones. sino |ψ (r)|2 ∆r. Se˜ nalemos por u ´ltimo. pero finita. que aunque en mec´ anica cu´ antica la (anti)simetrizaci´ on de la funci´ on de onda se ha introducido como un postulado. Zoolog´ ıa de part´ ıculas Part´ ıculas fundamentales Llamamos as´ ı a aquellas part´ ıculas que son puntuales y por tanto no tienen estructura interna. Sz ) = −ψ (r.4.4.4. Forma d´ ebil del principio de exclusi´ on de Pauli Determinemos la probabilidad de que dos fermiones se encuentren en la misma posici´ on r y con proyecci´ on del esp´ ın Sz . Las part´ ıculas portadoras conocidas son todas bosones de esp´ ın s = 1. ¿Se trata de una situaci´ on realista o es un artefacto de la teor´ ıa?4 . En la tabla 3. Distinguimos entre aquellas part´ ıculas que son los constituyentes b´ asicos de toda la materia conocida y las part´ ıculas portadoras. Zoolog´ ıa de part´ ıculas Una funci´ on de onda que no satisfaga los requisitos anteriores es err´ onea excepto que nos encontremos en uno de los pocos casos en los que el postulado no se aplica. Tampoco aparece su clasificaci´ on en tres familias. 3. 4 De todas formas no existe capacidad experimental (t´ ecnica) para distinguir esta situaci´ on de otra en la que las dos part´ ıculas se encuentran infinitesimalmente cerca. La afirmaci´ on de que es imposible encontrar dos fermiones id´ enticos en la misma posici´ on.

Part´ ıculas id´ enticas  ¢¡¤£¦¥¨§©£¡¥ "!#£¦©¨% $ §'&"(!)102&"344!56¥¨37©¦!(¤¥¨) Y¥'£5`¡¤Q3¥¨) —˜Q)Q3¥¨) 8 &"!#£¦9@) AB)DCFEHG#IQP )DCFE )DC I &SRTURV)'RT§#RTWXRV© ‚qABƒ„ …PDR‡†‰ˆABƒ …PDRp‘“’”ABƒ„  PDRp•"ABY–P ™6Ad™¢e¢P aX¥'4©Q3¥¨)bAB)cCFEHG#IQP ¥#deRgf#h¨RpiqdrRgftsuRwvxdeRgfty€¦ Cuadro 3.0 .1. bosones Z 0 y W ± . Una forma muy burda de estimar si la estructura de una part´ ıcula es relevante consiste en calcular su longitud de onda de de Broglie. y por lo tanto.1. τ = tau´ on. Otro ejemplo es el de los ´ atomos de He. A energ´ ıas del orden del M eV dos protones (s = 1 ) pueden considerarse como dos fermiones. hasta ahora no ha sido posible detectar ondas gravitacionales. electromagn´ etica . As´ ı a una energ´ ıa del orden de 1eV tenemos que ´ la longitud de onda asociada al atomo de He es aproximadamente λ 0. g = glu´ on. 76 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . como el fot´ on. Todos los fermiones tienen su antipart´ ıcula correspondiente. un sistema formado por dos positronios (´ atomo ex´ otico y de vida extraordinariamente breve formado por un electr´ on y un positr´ on y cuyo esp´ ın es s = 0) puede funcionar como dos part´ ıculas fundamentales que se comportan como bosones si las part´ ıculas individuales de un positronio no “ven” a las de otro. Por ejemplo.4. gravitatoria. Algunas part´ ıculas se conocen simplemente como una letra: quarks u y d.. no poseen masa.1. γ = fot´ on. En el caso de las part´ ıculas portadoras hemos a˜ nadido entre par´ entesis la interacci´ on con la que est´ an relacionadas. posee sin duda alguna esp´ ın s = 2. 5 A diferencia de lo que ocurre con las ondas electromagn´ eticas que son f´ aciles de detectar y de generar. Part´ ıculas compuestas Las part´ ıculas compuestas se comportan como fermiones o como bosones.2. . compuesto por dos electrones puntuales y un n´ ucleo cuyo tama˜ no es del orden de 10−5 A. G = gravit´ on.3. Esta es del tama˜ no del propio ´ atomo y no puede resolver la estructura de otro ´ atomo de Helio. como bosones. seg´ un sea su esp´ ın. Otras tienen nombre propio: µ = mu´ on.3A. etc. De la misma manera que las ecuaciones del electromagn´ etismo predec´ ıan la existencia de ondas electromagn´ eticas ya antes de ser observadas. F = int. la relatividad general predice la existencia de este tipo de ondas y la part´ ıcula asociada a este campo debe poseer esp´ ın dos. 3. Algunas de estas part´ ıculas. a´ un no ha sido detectado5 . en procesos en los que su estructura interna es irrelevante. El que la estructura interna de un sistema o part´ ıcula se haga evidente o no depende sobre todo de las energ´ ıas a las que trabajamos. GR = int. electrod´ ebil. A energ´ ıas t´ ıpicas de 1eV la interacci´ on entre dos ´ atomos de He es tal que pueden ser tratadas como part´ ıculas elementales de esp´ ın cero.: Part´ ıculas elementales conocidas (exceptuando el gravit´ on). otras como los gluones son capaces de interaccionar consigo mismas. νe = neutrino electr´ onico. fuerte. . ED = int. EM = int. aunque sepamos 2 que est´ an compuestos de quarks.

2mi Normalmente. Bosones: piones π 0 . momentos. . Consideremos un tipo de hamiltoniano muy simple. .org/libredoc/IFC2 77 . .5. 2) = φa (1) φb (2) . Si . Esta nomenclatura se extiende tambi´ en a los operadores correspondientes Sean φa y ea las autofunciones y autoenerg´ ıas de h (i). Demostremos que los autoestados del Φab (1. y en general las magnitudes de la forma O = o(i) . Hφa (1) φb (2) = (h (1) + h (2)) φa (1) φb (2) = . Antisimetrizaci´ on de funciones de onda producto Ejemplos Fermiones: el prot´ on. = (ea + eb ) φa (1) φb (2) . . etc. Es decir h (i) = p2 i + V (ri . Φab es autoestado de H con energ´ ıa Eab = ea + eb . espines.1.5. el ´ atomo de He. el n´ ucleo 3 He2 . con di φ∗ a (i) φb (i) = δab . . donde φa (i) = φa (ri . los hamiltonianos de la forma H = h(i). http://alqua. es decir. En efecto. . 3. respectivamente: h (i) φa (i) = ea φa (i) . El caso de bosones se tratar´ ıa de forma totalmente an´ aloga. etc. φ∗ a (i) φa (j ) a = δij . el n´ ucleo 4 He2 ( part´ ıcula α).3. pero que se presenta (aunque sea de forma aproximada) frecuentemente en la Naturaleza: H = h (1) + h(2) donde h (i) s´ olo depende de los grados de libertad de la i-esima part´ ıcula (coordenadas espaciales. Antisimetrizaci´ on de funciones de onda producto Sistemas de dos part´ ıculas A lo largo de toda esta secci´ on trabajaremos con un sistema de fermiones id´ enticos. se dice que son a un cuerpo. π ± . Szi ) y hamiltoniano H son de la forma di = S zi dri .5. ). 3. .) .

Por ejemplo 1 (A) Φab (1. La forma de resolver este inconveniente consiste en construir combinaciones lineales adecuadas. 2) = √ 2 φa (1) φa (2) . 2) = (ea + eb ) Φab (1.1. 2) = Eab Φab (1. Podemos reescribir estas funciones usando una notaci´ on determinantal 1 (A) Φab (1. 2) . Part´ ıculas id´ enticas HΦab (1. Sistemas de N part´ ıculas El hamiltoniano del sistema viene dado por N H = h (1) + h (2) + . φb (1) φb (2) (A) (A) notaci´ on que fue introducida por el f´ ısico estadounidense J. 2) = √ (φa (1) φb (2) − φa (2) φb (1)) . Ahora bien.2. 2) (A) ∗ (A) (A) 2 = 1. 2 La nueva funci´ on de onda cumple varias propiedades importantes: 1.5. 2) −→ Φab (1. 1 2 2 2. + h (N ) = i=1 h (i) 78 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . 3.3. 3. 2) = √ (φa (1) φb (2) − φa (2) φb (1)) = − √ (φa (2) φb (1) − φa (1) φb (2)) = −Φab (2. . Si las funciones φ de una part´ ıcula est´ an convenientemente normalizadas d1d2 Φab d1d2 Φab (1. 4. raz´ on por la cual estas funciones reciban el nombre de determinantes de Slater.1. . 2) = δac δbd − δad δbc . El postulado de antisimetrizaci´ on: 1 1 (A) (A) Φab (1. dado que φa (1) φb (2) = −φa (2) φb (1) . Φcb (1.C. Es autofunci´ on del hamiltoniano del sistema completo HΦab = Eab Φab . Slater.0 . estas autofunciones no satisfacen el postulado de antisimetrizaci´ on.

. N ) = E{ai } Φ{ai } (1. ya que N N H i=1 φai (i) = (. φaN (N ) φa1 (N ) 1 =√ N! . . . . φaN (N ) N N = . . + eaj i=1 φai (i) + . 2 . . .. . N i=1 eai . b. . N ) = φa1 (1) φa2 (2) · · · φaN (N. las funciones producto Φ{ai} (1. . . N ) ..aN (1. y obtenemos una versi´ on antisimetrizada introduciendo el determinante φa1 (1) 1 (A) Φ{ai } = A {φa1 (1) · · · φaN (N )} = √ N! . . . .. N ) = E{ai} = podemos escribir HΦ{ai } (1... 2 . .) i=1 N φai (i) = .. Para hacerse una id´ ea m´ as clara de lo farragoso que es trabajar con estas funciones.. . . 2. . . h(j )φaj (j ) . . . . . supongamos ahora que deseamos calcular Φabc ( A) 1=i<j =3 e2 |ri − rj | 2 Φabc ( A) http://alqua. 3) = √ 6 φa (1) φa (2) φa (3) φb (1) φb (2) φb (3) φc (1) φc (2) φc (3) Obs´ ervese que transponer la matriz no altera el determinante (a tener en cuenta cuando se consulte la bibliograf´ ıa).5. N i=1 φai (i) . . . . . 2 . . . .org/libredoc/IFC2 79 . . . Al igual que en el caso de dos part´ ıculas. . Ejemplo Construya el determinante de Slater de 3 fermiones en estados de una part´ ıcula etiquetados por a. Antisimetrizaci´ on de funciones de onda producto y al igual que antes es trivial demostrar que las autofunciones del operador asociado H son N Φa1. donde el factor √1 est´ a asociado a la normalizaci´ on de una funci´ on determinantal N ×N .. + h(j ) + . ) = i=1 φai (i) . . φaN (1) . . = i=1 eai i=1 φai (i) . . .a2. . N ) no satisfacen el postulado de antisimetrizaci´ on. . . + φa1 (1)φa2 (2) . . N! que tiene N ! t´ erminos. . 2.3. 2.. φai (j ) . y si utilizamos la siguiente notaci´ on m´ as compacta Φ{ai } (1. c 1 ( A) Φabc (1. .

puede enunciarse de manera m´ as general. en su forma d´ ebil.. Supongamos que dos de los fermiones estuvieran en el mismo estado a. cada autofunci´ on es producto de una parte orbital y otra de esp´ ın.. i donde 0 . Pauli se di´ o cuenta que deb´ ıa existir alg´ un tipo de restricci´ on sobre los estados accesibles por los electrones si no se quer´ ıa predecir un n´ umero excesivo de estados que no se observaban en la experiencia. En este caso las autofunciones de h(i) se pueden escribir como i) φα (i) = ϕa (ri ) χ( ms .5.1. ms ).3. Sistemas de dos part´ ıculas con buen esp´ ın total Cuando construimos un determinante de Slater tratamos simult´ aneamente los grados de libertad orbitales y de esp´ ın por lo que es muy probable que ni la parte orbital ni la de esp´ ın poseean una simetr´ ıa de intercambio bien definida. Ahora bien. Consideremos un sistema formado por dos electrones. por dos fermiones id´ enticos de esp´ ın s = 1/2. o en general.3. Podemos decir que la probabilidad de encontrar dos fermiones con los mismos numeros cu´ anticos iguales es cero. As´ ı naci´ o el llamado principio de exclusi´ on de Pauli (en su forma d´ ebil) que desarrollado de forma m´ as profunda conduce al concepto inicial. Conviene comentar que el concepto de indistinguibilidad de part´ ıculas id´ enticas se introdujo en mec´ anica cu´ antica de una manera radicalmente diferente a la que nosotros hemos seguido en este curso. Estudiando los espectros de ´ atomos multielectr´ onicos.c = 0 ya que el determinante de Slater poseer´ ıa dos filas id´ enticas. El principio de exclusi´ on de Pauli. Por tanto.a. 1 1 . Entonces Φ. por ejemplo. α = (a.. La raz´ on b´ asica para ello es que cualquier fdo puede escribirse como una combinaci´ on lineal de determinantes de Slater. 3.. No se trata de un antojo sino que las funciones con buen momento angular orbital y buen esp´ ın total son de este tipo.a. El llamado formalismo de segunda cuantizaci´ on permite trabajar de forma mucho m´ as comoda con fdo (anti)simetrizadas de N part´ ıculas. La parte obital ser´ a en general de la forma 80 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica ..1. Este resultado tiene validez universal aunque haya sido obtenido para fdos determinantales. la probabilidad asociada a este suceso es cero. podr´ ıamos estar interesados en construir estados completamente antisim´ etricos cuya parte orbital sea sim´ etrica y cuya parte de esp´ ın sea antisim´ etrica (o viceversa). 0 χ− 1 χ1 2 (i) = = 2 (i) es decir.. As´ ı. Part´ ıculas id´ enticas Este elemento de matriz es una combinaci´ on lineal de 3 ∗ 6 ∗ 6 t´ erminos.0 .

a y recordemos que las funciones de esp´ ın satisfacen (i) S2 i χms i) Szi χ( ms 2 i) si (si + 1) χ( ms = i i = = 3 4 2 (i) χms i i i) msi χ( ms = ± i 1 (i) χ 2 msi Es posible contruir funciones de onda de dos part´ ıculas totalmente antisim´ etricas que sean sim´ etricas bajo el intercambio de las coordenadas espaciales y antisim´ etricas bajo el intercabio de las de esp´ ın.    2 2  1 (1) (2) (1) (2) S √ Ξ = χ 1 χ− 1 + χ− 1 χ 1 . Empezaremos construyendo funciones de esp´ ın sim´ etricas convenientemente normalizadas  (1) (2)  χ1 χ1 .  2 2 2 2 2   (2)   χ(1) χ . Ξs ms = m1 . 2 2 2 2 2 Intentemos determinar la forma de las funciones de esp´ ın de dos part´ ıculas que son 2 2 autofunciones de S = (S1 + S2 ) y Sz = Sz1 + Sz2 .org/libredoc/IFC2 81 . Por el contrario la u ´nica funci´ on con s = 0 coincide con http://alqua. −1 −1 2 2 y la u ´nica funci´ on antisim´ etrica posible es 1 (1) (2) (1) (2) ΞA = √ χ 1 χ− 1 − χ− 1 χ 1 . 2 2 de manera que para las cuatro combinaciones posibles de valores de s y ms resulta  (1) (2)  ms = 1 χ1 χ1     2 2 (1) (2) (1) (2) =1 1 √ χ 1 χ− 1 + χ− 1 χ 1 ms = 0 Ξs ms = 2  2 2 2 2   (2)   χ(1) χ ms = −1 −1 −1 2 2 1 s =0 Ξm s=0 = √ 2 χ 1 χ− 1 − χ− 1 χ 1 2 2 2 2 (1) (2) (1) (2) =1 De acuerdo con estas expresiones las tres fdo Ξs etricas bajo el ms son completamente sim´ intercambio de las dos part´ ıculas. Antisimetrizaci´ on de funciones de onda producto la ϕa (ri ) = Rna la (ri ) Ym (Ωi ) . 1} y por supuesto las terceras componentes cumplen que ms = m1 + m2 . Tal y como hemos repetido varias veces a lo largo de este curso las fuciones asociadas al momento (de esp´ ın) suma se construyen mediante los coeficientes de CG.3. Como si = 1/2 el n´ umero cu´ antico de esp´ ın total es s ∈ {0. Fij´ emonos primero en la parte de esp´ ın.5.m2 1 1 (2) m1 m2 |sms χ(1) m1 χm2 . As´ ı. o viceversa.

3. Part´ ıculas id´ enticas la fdo completamente antisim´ etrica. Muchas veces se utiliza la nomenclatura de triplete de esp´ ın para referirse a los tres estados s = 1, ms ∈ {−1, 0, 1} y de singlete de esp´ ın para referirse al estado con s = 0. Ahora debemos combinarlas con una parte orbital adecuada de manera que la fdo global satisfaga el ppo de exclusi´ on. Con este fin, las fdos con esp´ ın s = 1 deben combinarse con una fdo orbital antisim´ etrica y la fdo con espin s=0 con una fdo orbital que sea sim´ etrica. Es decir Φs ab, ms = donde 1 A = √ (1 − P12 ) , 2 1 S = √ (1 + P12 ) , 2 y por tanto A {ϕa (r1 ) ϕb (r2 )} = S {ϕa (r1 ) ϕb (r2 )} =
1 √ 2 1 √ 2

A {ϕa (r1 ) ϕb (r2 )} Ξ1 ms , s = 1, 0 S {ϕa (r1 ) ϕb (r2 )} Ξ0 , s = 0,

(ϕa (r1 ) ϕb (r2 ) − ϕa (r2 ) ϕb (r1 )) , (ϕa (r1 ) ϕb (r2 ) + ϕa (r2 ) ϕb (r1 )) .

Es f´ acil verificar que estas funciones de onda son autoestados de hamiltonianos a un cuerpo que no dependan del esp´ ın H = h (r1 ) + h (r2 ) , donde utilizamos la notaci´ on h (r1 ), en lugar de h(1), para recalcar que no depende del esp´ ın. Si se verifica que h(r)ϕa (r) = ea ϕa (r), entonces, teniendo en cuenta que el hamiltoniano es sim´ etrico y conmuta con P12 1 ± P12 s √ ϕa (r1 ) ϕb (r2 ) Ξm s = 2 1 ± P12 s √ Hϕa (r1 ) ϕb (r2 ) Ξm s , 2

HΦs ab, ms = H

y como ya hemos demostrado que

Hϕa (r1 ) ϕb (r2 ) = (h (r1 ) + h (r2 )) ϕa (r1 ) ϕb (r2 ) = (ea + eb )ϕa (r1 ) ϕb (r2 ) , deducimos trivialmente que
s HΦs ab, ms = (ea + eb ) Φab, ms .

82

Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica - 1.1.0

3.6. Repulsi´ on efectiva De esta forma hemos construido autofunciones de H = h (r1 ) + h (r2 ), que satisfacen el postulado de antisimetrizaci´ on y que poseen buen esp´ ın total. Adem´ as, es f´ acil darse cuenta que tambi´ en son autofunciones de hamiltonianos de la forma
2 H = (h (r1 ) + h (r2 )) θ1 S2 1 + θ2 S2 + ΘS1 · S2 ,

donde θ1(2) y Θ son constantes arbitrarias. Tambi´ en pueden construirse funciones con momento angular orbital total y con momento angular total bien definidos, pero como este proceso es m´ as complicado lo dejaremos para el curso de F´ ısica At´ omica y Molecular.

3.6.

Repulsi´ on efectiva

En sistemas formados por varias part´ ıculas la simetr´ ıa de intercambio de la funci´ on de onda puede dar lugar a una suerte de repulsi´ on efectiva entre las part´ ıculas, aunque entre ellas no exista interacci´ on alguna. Este fen´ omeno tiene implicaciones f´ ısicas importantes como es el caso de la formaci´ on de los n´ ucleos at´ omicos. Para entender mejor como act´ ua dicha repulsi´ on, estudiemos el caso de dos part´ ıculas id´ enticas que no interaccionan entre s´ ı y que se encuentran dentro de una caja unidimensional. El esp´ ın de dichas part´ ıculas puede ser cualquiera, y por tanto tratarse tanto de fermiones como de bosones. El hamiltoniano del sistema es de la forma H = h(1) + h(2), donde cada sumando consta de un t´ ermino de energ´ ıa cin´ etica m´ as un potencial del tipo pozo cuadrado infinito, que representa las paredes impenetrables de la caja, es decir: h(i) = y tal que V (x) = 0 si |x| < ∞ si |x| ≥
a 2 a 2

p2 i + V (xi ) , 2m

La resoluci´ on detallada de la ecS de una part´ ıcula conduce a las siguientes energ´ ıas y autofunciones h(i)φn (xi ) = en φn (xi ) donde en = y   0, 2 φn (x) =  sin nπ a x 1 + a 2 |x| ≥ a 2, , |x| < a 2, , n∈N πn 2m a
2 2

= e0 n2 , n ∈ N

http://alqua.org/libredoc/IFC2

83

3. Part´ ıculas id´ enticas Dado que no existe interacci´ on entre las dos part´ ıculas, la resoluci´ on de la ecS correspondiente al sistema completo es trivial una vez que tenemos resuelto el problema de una part´ ıcula. En efecto, sabemos que HΦ (x1 , x2 ) = Enm Φnm (x1 , x2 ) , donde las energ´ ıas son simplemente Enm = e0 n2 + m2 , y las autofunciones del sistema factorizan en una parte espacial y otra de esp´ ın
s Φs nm (x1 , x2 ) = Θnm (x1 , x2 ) Ξ .

En realidad, tenemos que considerar soluciones para la parte espacial con diferente simetr´ ıa de intercambio Θnm (x1 , x2 ) = A {φn (x1 ) φm (x2 )} (S ) Θnm (x1 , x2 ) = S {φn (x1 ) φm (x2 )}
(A)

Θnm (x1 , x2 ) =

y combinarlas adecuadamente de forma que la fdo global sea sim´ etrica o antisim´ etrica seg´ un que las part´ ıculas constituyentes sean bosones o fermiones respectivamente. Dado (A) que Θnm (x1 , x2 ) es antisim´ etrica debe combinarse con una parte de esp´ ın sim´ etrica en el caso de que las part´ ıculas sean fermiones y con una parte de esp´ ın antisim´ etrica si se trata (A) de bosones. Las funciones Θnm (x1 , x2 ) son sim´ etricas y por tanto deben combinarse con funciones de esp´ ın sim´ etricas o antisim´ etricas, seg´ un que las part´ ıculas sean fermiones o bosones. Escribamos de forma expl´ ıcita las energ´ ıas y las autofunciones correspondiente a los primeros niveles de energ´ ıa. La energ´ ıa m´ as baja posible en el sistema es E11 = 2e0 , cuya fdo tiene una parte orbital de la forma Θ11 (x1 , x2 ) = φ1 (x1 ) φ1 (x2 ) . Resulta imposible construir en este caso una fdo cuya parte orbital sea antisim´ etrica. Por lo tanto, si se tratase de un sistema formado por dos fermiones su parte de esp´ ın deber´ ıa ser antisim´ etrica. Si por el contrario fuesen dos bosones tendr´ ıamos necesariamente una parte de esp´ ın sim´ etrica. El siguiente nivel de energ´ ıa es E12 = 5e0 , y dependiendo del esp´ ın (de la simetr´ ıa de intercambio de Ξs ) podemos tener partes espaciales
(S )

84

Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica - 1.1.0

3.7. Problemas

Θ12 (x1 , x2 ) = Θ12 (x1 , x2 ) =
(S )

(A)

1 √ (φ1 (x1 ) φ2 (x2 ) − φ1 (x2 ) φ2 (x1 )) , 2 1 √ (φ1 (x1 ) φ2 (x2 ) + φ1 (x2 ) φ2 (x1 )) . 2

Substituyendo φ1 y φ2 por sus expresiones resulta que dentro de la caja (|x| < a 2) Θ11 = y πx1 πx2 πx2 πx1 2 cos sin + cos sin a a a a a √ 2 πx2 πx2 πx1 πx1 = − sin − cos sin cos a a a a a = − √
(S )

2 πx1 πx2 cos cos , a a a

(S ) Θ12

Θ12

(A)

Si representamos las densidades de probabilidad |Φ (x1 , x2 )|2 , on que experimentan las parasociadas a estas funciones aparece claramente la repulsi´ t´ ıculas del sistema cuando ´ este viene caracterizado por funciones orbitales antisim´ etricas. (S ) Como puede observarse en las figuras 3.6-3.8, en el caso de las soluciones sim´ etricas, Θ11 (S ) y Θ12 el m´ aximo o m´ aximos se encuentran siempre sobre la recta x1 = x2 , lo que indica que las dos part´ ıculas tienden a situarse juntas. Por el contrario, para la soluci´ on de tipo (A) antisim´ etrico Θ12 los m´ aximos est´ an sobre la recta x1 = −x2 , lo que demuestra que las dos part´ ıculas tienden a alejarse dentro de los l´ ımites impuestos por las paredes de la caja.

3.7.
3.7.1.

Problemas
Enunciados

1. [A] Escriba en forma de determinante de Slater las funciones de onda correspondientes a la configuraci´ on (2p)2 a ) con ml = 2 y ms = 0 (ml = ml1 + ml2 ) b ) con ml = 1 y ms = 1 (ms = ms1 + ms2 ) 2. [A] Escriba en forma de determinante de Slater o como combinaci´ on lineal de 3 determinantes de Slater la funci´ on de onda asociada a (1s, nlm) X (l) con ms = 0. Por ejemplo (1s, 2pm)3 P .

http://alqua.org/libredoc/IFC2

85

4 0.3.2 y0 0.2 0.4 Figura 3. La part´ ıcula se mueve libremente 1 desde x = − 1 a x = . a ) Construya una fdo orbital convenientemente normalizada .1. por tanto. b ) Si µ = 2A−1 estime el valor de a para el que los efectos del principio de Pauli son despreciables.4 –0. Construya fdo completamente antisim´ etricas que correspondan a ml = 1 y ms = 3 2. 3s3p3d (hiperexcitado: de hecho. 4.2 –0. 2 es decir.4 –0.2 0x –0. [A] Considere la siguiente configuraci´ on del ´ atomo de Litio. La densidad de probabilidad alcanza su m´ aximo cuando las 2 2 dos part´ ıculas se encuentran juntas en el origen de coordenadas.2 0. est´ a en el continuo). Part´ ıculas id´ enticas 0. que la fdo orbital es completamente antisim´ etrica).2 0 x 0.4 0. Si cada electr´ on est´ a representado por un paquete gausiano de la forma φ1 = φ2 = µ √ π µ √ π 1/2 1/2 exp − µ exp − µ 2 ( x− a ) 2 2 2 ( x+ a ) 2 . (S ) 3. cada una de las 86 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .6.4 –0.: Densidad de probabilidad asociada a Φ11 para a = 1.0 .2 –0. uno centrado en x = a y otro en x = −a. 5. . [A] Consideremos un sistema formado por dos part´ ıculas id´ enticas. La probabilidad de que las dos part´ ıculas est´ en separadas una distancia relativamente grande se hace cero r´ apidamente.4 –0.4 0.2 4 y0 3 2 1 0 –0. [A] Dos electrones se encuentran en el mismo estado de esp´ ın (esto implica que la fdo de esp´ ın del sistema es sim´ etrica y.1.

[A] Dos electrones se encuentran en el mismo estado de esp´ ın y dentro de una caja unidimensional de paredes reflectantes perfectas.4 0.2 –0. c ) Eval´ ue en los tres casos la separaci´ on media dada por (α1 − α2 )2 .4 y0 –0.3. La densidad de probabilidad tiene dos m´ aximos libremente desde x = − 1 2 2 situados sobre y = x.7. situadas en x = ± L 2 .2 0. Problemas 0.2 0x –0. La part´ ıcula se mueve 1 a x = . 1. Si en vez de electrones tuviesemos piones ¿c´ ual ser´ ıa la energ´ ıa del estado fundamental?. de encontrar al sistema en la configuraci´ on α1 = α2 ?.2 –0.2 0. m ∈ Z. 3.4 –0.Obtenga la energ´ ıa del estado fundamental y escriba la fdo del mismo.2 4 3 2 1 0 –0. ii) fdo completamente antisim´ etrica Φmn y iii) fdo (1) completamente sim´ etrica Φmn .4 –0. Algunas soluciones http://alqua. 6.4 Figura 3.4 –0. Se pide que a ) Escriba estas fdo convenientemente normalizadas b ) Calcule las densidades de probabilidad asociadas a estas fdo.2 y0 0.2.7.7. situaci´ on que corresponde a que las part´ ıculas se localicen juntas en dos puntos sim´ etricos con respecto al centro de la caja. ¿ En qu´ e caso es mayor la prb. 2π ].4 0. a saber: i) producto no (0) (−1) simetrizado de las φm .4 0. α ∈ [0.2 0 x 0. 2π Podemos tener tres posibilidades para la fdo del sistema. (S ) cuales viene caracterizada por una fdo φm (α) = exp (imα) √ .org/libredoc/IFC2 87 .: Densidad de probabilidad correspondiente a Φ12 para a = 1. Φmn .

luego la respuesta es que s´ ı. lo que implica que las dos part´ ıculas se encuentran separadas y localizadas en puntos sim´ etricos con respecto al centro..2 0. La part´ ıcula se mueve 1 libremente desde x = − 2 ax= 1 .0 .ms =0 (1. Para el ms .ms =0 = ϕ211 (r1 ) ϕ211 (r2 ) √ 2 χ 1 χ− 1 − χ− 1 χ 1 2 2 2 2 (1) (2) (1) (2) Entre par´ entesis est´ a la fdo de esp´ ın cero.1. La pregunta es cu´ fdo distintas podemos construir con estas posibilidades.2 0 x 0.1.2 –0.4 –0. φ1 = ϕ211 (ri ) χ 1 2 (i) φ2 = 1 √ 2 1 √ 2 (i) ϕ211 (ri ) χ− 1 2 Φml =2. Vamos a desarrollar el determinante 1 Φml =2. La 2 forma m´ as elegante de hacer esto es aplicar S y Sz sobre la funci´ on de onda Φ.8.4 –0. tenemos 1 1 ms1 = 2 y ms2 = − 1 o bien ms1 = − 1 antas 2 2 y ms2 = 2 .2 4 3 2 1 0 –0. Los dos m´ a ximos de la densidad de probabilidad est´ an 2 sobre la recta y = −x. 2) = = φ1 (1) φ1 (2) φ2 (1) φ2 (2) ϕ211 (r1 ) χ 1 2 (1) ϕ211 (r2 ) χ 1 2 (2) ϕ211 (r1 ) χ− 1 (1) 2 ϕ211 (r2 ) χ− 1 2 (2) Demostrar que esto tiene buen esp´ ın. Part´ ıculas id´ enticas 0.2 –0. ( A) a ) Los dos mli = 1 (de cada part´ ıcula) por ser el ml total 2.2 0x –0.3.4 0.4 0. 88 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .: Densidad de probabilidad asociada a Φ12 (fermiones) para a = 1.4 Figura 3.4 –0. y comprobar que el esp´ ın est´ a bien definido.. Para ello debemos recordar c´ omo son las funciones de onda de dos part´ ıculas con buen esp´ ın.2 0.2 y0 0.4 0.4 y0 –0.

1.org/libredoc/IFC2 89 . 0 y 0.3. http://alqua.ms =1 = = 1 1 1 1 2 √ |211 1 |210 2 − |211 2 |210 2 2 2 1 √ |1.2 |211 1 |210 2 − |211 2 |210 1 2 1 1 2 mientras que para ml hay 2 1 2 2 2 1 2 2 |211 |210 1 1 1 2 1 1 1 2 |211 |210 lo que demuestra que (contrariamente a lo habitual) este determinante tiene buen esp´ ın tambi´ en.ms =1 = √ 2 Desarrollando el determinante Φml =1. ms1 = 1 2 y ms2 = opciones1.7. El determinante es 1 Φml =1. Problemas b ) con ml = 1 y ms = 1. 1 1.

Part´ ıculas id´ enticas 90 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1.0 .1.3.

las mol´ eculas por su parte son agregados de varios n´ ucleos y electrones. Sistemas con pocos electrones 4. Son parte fundamental de ´ atomos. las escalas de energ´ ıa involucradas.1. Para 91 . etc. formada por dos electrones y un positr´ on. Actualmente existen m´ etodos (num´ ericos) para atacar frontalmente estos sistemas lig´ eros y que permiten obtener soluciones muy precisas. Sin embargo. Tambi´ en forman parte de sistemas poco habituales en la naturaleza que nos rodea como son los plasmas. De todas formas utilizaremos otros m´ etodos. As´ ı. Quiz´ a baste con dar como ejemplo el del positronio constituido por un electr´ on y un positr´ on o el de la mol´ ecula P s− . son muy diferentes en cada caso. Existen adem´ as estructuras totalmente artificiales como son los agregados met´ alicos y < <quantum dots> >. Resulta imposible dar una definici´ on de las mol´ eculas o de los ´ atomos m´ as ex´ oticos porque existen de muchos tipos. los m´ etodos te´ oricos que se utilizan para estudiar ´ atomos y mol´ eculas muy ligeros son similares.4. mol´ eculas y s´ olidos. o los a´ un m´ as ex´ oticos ´ atomos y mol´ eculas compuestos parcialmente por antipart´ ıculas. Lo que diferencia a estos sistemas de los otros que hemos enumerado es que pueden estar formados por un n´ umero relativamente peque˜ no de part´ ıculas. Los agregados y quantum dots contienen normalmente varios miles de electrones mientras que plasmas y s´ olidos son sistemas macrosc´ opicos con un n´ umero de part´ ıculas del orden de NA . en un curso orientado no solo a la fenomenolog´ ıa. Precisamente por esto cada uno de ellos merece (o merecer´ ıa) un tratamiento separado. Si los ´ atomos pueden considerarse como agregados de uno o m´ as electrones y un n´ ucleo. 4. ´ Atomo de Helio Hamiltoniano no relativista para el He Un ´ atomo complejo o multielectr´ onico es un sistema formado por un cierto n´ umero Z > 1 de electrones y un n´ ucleo con carga positiva Ze que interaccionan entre s´ ı. el n´ umero de Avogadro.1. La f´ ısica de cada uno de estos sistemas es bastante diferente a la de los dem´ as.2. que son m´ as adecuados para ´ nosotros. es decir la forma de sus espectros. Introducci´ on Los electrones son una de las piezas b´ asicas que constituyen casi toda la materia conocida. menos sofisticados pero m´ as intuitivos. Estos se basan en la teor´ ıa de perturbaciones y en el m´ etodo variacional 4. la forma de interaccionar con sondas externas.2. sino a la forma en que se aplica el formalismo de la mec´ anica cu´ antica parece razonable que puedan encontrarse en un mismo cap´ ıtulo.

El He es el ´ atomo multielectr´ onico m´ as sencillo. De forma m´ as esquem´ atica tenemos H= H = h (1) + h (2) + V (12) . en el caso de ´ atomos complejos. 2me ri e2 . de acuerdo con la aproximaci´ on comentada m´ as arriba. es m´ as sofisticado y s´ olo practicable para ´ atomos ligeros (Z peque˜ no). como el n´ ucleo es extraordinariamente pesado comparado con los electrones.1. 92 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .4. formado por dos protones y dos neutrones (part´ ıcula α) y de dos electrones. un tratamiento como el que utilizamos en el atomo de hidr´ ´ ogeno. supondremos que la interacci´ on entre las part´ ıculas es puramente electrost´ atica. 2 2 Z 2 EI y por tanto ea = − 2 .6Z 2 eV. 2n2 a (i) = ϕna la ma (ri ) χSzi . tomaremos me = m con lo cual (Zα)2 me c2 (Zα)2 mc2 = = Z 2 EI = 13. admitiremos que su posici´ on 1 se confunde con la del centro de masas del sistema . La carga del n´ ucleo es evidentemente Z = 2.0 . 2me 2me r1 r2 |r1 − r2 | donde ri y pi representan la posici´ on y momento lineal del i-esimo electr´ on con respecto al sr del n´ ucleo. |r1 − r2 | V (12) = La ecS asociada a cada operador h(i) ya ha sido estudiada y resuelta en FCI h (i) φa (i) = ea φa (i) ea φa (i) . y despreciaremos las correcciones relativistas. pero por razones que se har´ an evidentes al explicar la idea de apantallamiento es preferible escribirla de forma gen´ erica como Z . na 1 Es preciso se˜ nalar que.1. las fdo orbitales son ϕnlm (r) = Rnl (r) Ym Szi es la fdo de esp´ ın de una part´ ıcula. ri es el m´ odulo de ri y me la masa del electr´ on. (Zα)2 me c2 = − . separando la coordenada del centro de masas. (i) l (Ω) y χ donde na ∈ N + . que el n´ ucleo es puntual y sin esp´ ın. Sistemas con pocos electrones simplificar el problema hasta un nivel (casi) aceptable para este curso. Adem´ as. Consta de un n´ ucleo. Adem´ as. con h (i) = p2 Ze2 i − . Estas fdo satisfacen las relaciones de ortormalizaci´ on habituales. En el sistema de coordenadas asociado al n´ ucleo los dos electrones se mueven regidos por el siguiente hamiltoniano p2 p2 Ze2 Ze2 e2 1 + 2 − − + . Esta aproximaci´ on es consistente con la adoptada previamente ya que sus efectos son como mucho comparables a las correcciones de estructura fina.

org/libredoc/IFC2 93 .2. En esta aproximaci´ on H = h (1) + h (2) . Aproximaci´ on de part´ ıcula independiente Admitiremos en primera aproximaci´ on que los electrones no se ven entre s´ ı.2. Atomo de Helio Estas funciones y energ´ ıas son los pilares b´ asicos a partir de los cuales iremos obteniendo autofunciones y autoenerg´ ıas cada vez m´ as exactas para el ´ atomo de He. tomamos V (1. (A) (A) Dado que hemos despreciado el esp´ ın del n´ ucleo. 2) = 0. la parte orbital de la fdo vendr´ a etiquetada por los n´ umeros cu´ anticos correspondientes l y ml . las autofunciones del mismo ser´ an funciones completamente antisim´ etricas construidas a partir de las fdos de una part´ ıcula introducidas previamentes. Por lo tanto sus autofunciones vendr´ an etiquetadas por s. Las fdos correspondientes son 1 s =0 Ξm s=0 = √ 2 que es completamente antisim´ etrica. El momento angular orbital total tambi´ en coincide con el de los dos electrones L = L1 + L2 . Por su parte las autoenerg´ ıas ser´ an sumas de las energ´ ıas ea de una part´ ıcula. el esp´ ın total es un buen n´ umero cu´ antico ya que el hamiltoniano propuesto conmuta con el mismo. es decir. As´ ı. que pueden tomar los siguientes valores: l ∈ {|la − lb | . . se trata de un hamiltoniano a un cuerpo y como los electrones son fermiones.2. HΦab = − (A) 1 1 + 2 2 na nb Z 2 EI Φab = Ena nb Φab .´ 4. es decir. y como si = 1/2 s´ olo podemos tener niveles con esp´ ın s = 0 y s = 1. el hamiltoniano conmuta con este operador. la + lb } y ml = mla + mlb . ms = 1 ms = 0 ms = −1 =1 Ξs ms que son sim´ etricas bajo el intercambio de etiquetas. 4. Adem´ as. De esta manera encontramos inmediatamente soluciones aproximadas que posteriormente refinaremos mediante teor´ ıa de perturbaciones o el m´ etodo variacional. y  (1) (2)  χ1 χ1     2 2 (1) (2) (1) (2) 1 √ χ 1 χ− 1 + χ− 1 χ 1 = 2  2 2 2 2   (2)   χ(1) χ −1 −1 2 2 χ 1 χ− 1 − χ− 1 χ 1 2 2 2 (1) (2) (1) (2) 2 . . Las fdos orbitales son de la forma http://alqua. el esp´ ın total del ´ atomo coincide con la suma del esp´ ın de los electrones S = S1 + S2 . y como antes. de manera que la fdo global sea totalmente antisim´ etrica. Las fdos de esp´ ın deben combinarse con una parte espacial que tenga simetr´ ıa de intercambio adecuado.

ml (r1 . En este caso particular 00lb mlb |lml = 1 y por tanto  1   √ (ϕna 00 (r1 ) ϕnb lml (r2 ) + ϕna 00 (r2 ) ϕnb lml (r1 )) . 1}. corresponde a na = 1. .4.8eV y su funci´ on de onda viene dada por =0 Φ11 = ϕ100 (r1 ) ϕ100 (r2 ) Ξs ms =0 . el correspondiente nivel del He posee subniveles con l ∈ {0. l ∈ {|la − lb | . Adem´ as. (A) Dado que na = nb la parte espacial es obligatoriamente sim´ etrica y en consecuencia la fdo de esp´ ın antisim´ etrica. l 2 Θna nb . .0. resulta que l = 0 y ml = 0.  donde U es el operador de simetrizaci´ on o antisimetrizaci´ on.0 . Como en el nivel nb = 2 de un ´ atomo hidrogenoide lb ∈ {0. El siguiente valor permitido de la energ´ ıa es E12 = −5EI = −68. 2 U=   A = Cuando la = 0 resulta que l = lb y ml = mlb . As´ ı.mlb   la mla lb mlb |lml ϕna la mla (r1 )ϕnb lb mlb (rs ) . su energ´ ıa es E11 = −2Z 2 EI = −108. la + lb } = {lb } y m = ma + mb = mb ya que l1 = 0. 2 Es evidente que este nivel s´ ı est´ a degenerado ya que contiene estados con s = 0 y s = 1.ml (r1 . nb = 2. 94 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1. r2 ) = U {ϕna 00 (r1 )ϕnb lml (rs )} = 1   √ (ϕna 00 (r1 ) ϕnb lml (r2 ) − ϕna 00 (r2 ) ϕnb lml (r1 )) .0eV. lo cual conduce a que el estado fundamental del He tiene esp´ ın s = 0. Sistemas con pocos electrones Θl na la nb lb . para el que podemos construir las siguientes fdos (A) Φ12 Φ12 = = (A) 1 =0 √ (ϕ100 (r1 ) ϕ2lml (r2 ) + ϕ100 (r2 ) ϕ2lml (r1 )) Ξs ms =0 . 1}.1 .1. el nivel fundamental contiene un u ´nico estado con momento angular orbital l = 0 y esp´ ın s = 0. 1} y s ∈ {0. r2 ) = U    mla . 2 Los distintos niveles de energ´ ıa se obtienen dando valores sucesivos a na y nb . El nivel fundamental corresponde a na = nb = 1. Por lo que al momento orbital se refiere como en este caso la = lb = 0. 2 1 =1 √ (ϕ100 (r1 ) ϕ2lml (r2 ) − ϕ100 (r2 ) ϕ2lml (r1 )) Ξs ms =−1. 2 1 − P12 √ . seg´ un convenga    S = 1 + P12 √ .

3 S. . Entonces 4 EI (He) = E1∞ − E11 = Z 2 EI = 54. 4. Los siguientes niveles corresponden todos a na = 1. El efecto de ´ esta es nulo una vez que hemos alejado suficientemente uno de los electrones. Atomo de Helio Para denotar de forma sencilla los niveles del He que vamos construyendo. nb = 3. Al introducir la repulsi´ on entre los electrones la degeneraci´ on se rompe y pasan a ser niveles diferenciados energ´ eticamente. nb = 3 son (1s3s)1. Por ejemplo los subniveles asociados a na = 1. . Los subniveles2 caracterizados por una configuraci´ on electr´ onica y valores bien definidos de l y s reciben el nombre de t´ erminos espectrales.3 D.4eV.3 P.2. 2 En la aproximaci´ on de part´ ıcula independiente estos t´ erminos se encuentran degenerados y por ello hablamos de subniveles. El electr´ on se encuentra infinitamente alejado del n´ ucleo y con energ´ ıa cin´ etica nula. (1s2p)1.org/libredoc/IFC2 95 . 3 En la nomenclatura t´ ıpica de la f´ ısica at´ omica. La energ´ ıa de ionizaci´ on del He es aqu´ ella que debemos proporcionar al sistema de forma que desliguemos uno de los electrones. 4 N´ otese que esta energ´ ıa es correcta salvo por peque˜ nas modificaciones relativistas aunque no estamos considerando la interacci´ on entre electrones. nb → ∞. (1s3p)1.3 S. x (la ) es la etiqueta correspondiente al momento angular la de cada electr´ on y X (l) es la etiqueta asociada al momento angular total. Es evidente que el estado de menor energ´ ıa en el que uno de los electrones no se encuentra ligado al n´ ucleo corresponde al l´ ımite na = 1. (1s3d)1. El segundo nivel contiene 3 los siguientes subniveles (1s2s)1. Todos ellos forman parte del espectro discreto del He. El par´ entesis situado delante de la etiqueta asociada al momento orbital total se denomina configuraci´ on electr´ onica del ´ atomo. estos subniveles formados por estados degenerados que poseen buen l y s (a veces buen j ) se llaman t´ erminos espectrales. donde na y nb son los niveles de una part´ ıcula en los que se encuentran los electrones. De forma m´ as compacta escribimos 1s2 S . se introduce una generalizaci´ on de la notaci´ on espectrosc´ opica utilizada en FCI que consiste en etiquetarlos del siguiente modo (na x (la ) nb x (lb ))2s+1 X (l) . . un estado formado por dos estados 1s de un ´ atomo hidrogenoide acoplados a 1 l = 0 y a s = 0.3 P. En esta notaci´ on el estado fundamental es (1s1s)1 S. http://alqua. esto es.´ 4.

 ¢¡¤£¦¥¨§©¥¨ !¥¨#"$ @ BACEDBFG9§8"IB H A d¨egf d¨e u e d¨e uRƒ d¨eqt9e d¨eqt ƒ d¨eqt… 6P8 H¥ RQS"#A aIb ab Vb a8‚ V‚ ab I Vb a8‚ V‚ a8„ V„ Vb  &%' )(0£2143 %'§8QUT VW3 c c d¨r9s9t0d9d c t9s pwv d c t u€ t9r ciu r u t € ciu y d¨s u c d h€ s € c d¨t pwh9u c d u y h9u cdu d€y c d u9u d h c d u9u d9d %X¥8Y`3 c ciuqp cxp ct ct ct cxp cd cd cd cd cd 1h s 14y9y 1r y 1 v9u 1t y 14y9y 1v y 1h s 1 h€ 1h d 1h d  5%'67¥89¨143 %X¥8Y`3 cihqp 1 p c d¨t 1 v civ 1  €p Cuadro 4. Comparaci´ on con los resultados te´ oricos en la aproximaci´ on de part´ ıcula independiente.alqua.org) Figura 4. 2. o sea tripletes y singletes de esp´ ın. por ejemplo E1n.1 apreciamos inmediatamente algunas coincidencias cualitativas entre teor´ ıa y experimento e importantes discrepancias. es decir.0 . Esto equivale a sumar una cantidad Z 2 EI a todas las energ´ ıas anteriores.1. Antes de comparar nuestras predicciones vamos a desplazar el cero de energ´ ıas de modo que el nivel en que el ´ atomo ioniza tenga exactamente energ´ ıa cero.1. Entre las primeras cabe destacar.1.: Niveles de energ´ ıa experimentales del He desglosados seg´ un momento angular orbital y agrupados en estados de esp´ ın s = 0 (Parahelio) y s = 1 (Ortohelio). El estado fundamental no est´ a degenerado y posee momento angular orbital l = 0 96 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . la energ´ ıa de un t´ ermino espectral vendr´ a dada en la aproximaci´ on actual por Z 2 EI . S´ olo aparecen estados con espines s = 0 y s = 1.ls = E1n = − 1. Sistemas con pocos electrones (http://fig.: Expectro experimental del He. Como la energ´ ıa de excitaci´ on de los niveles con na > 1 es superior a EI (He) se trata en todos los casos de resonancias pertencientes al espectro cont´ ınuo. n2 En el cuadro 4.4.1.

s´ olo cabe asociar las discrepancias que se observan (valor de la energ´ ıa. 2) e2 (A) Φ (1. Estado fundamental Estimemos primero la magnitud de la interacci´ on entre los electrones por comparaci´ on a la que existe entre electr´ on y n´ ucleo. a0 /Z . 3. es decir cuando nb crece. Atomo de Helio y esp´ ın s = 0. 2) = ϕ100 (r1 ) ϕ100 (r2 ) Ξs ms =0 . aunque para los primeros siguen siendo importantes. degeneraciones.58eV . Haremos los c´ alculos con mucho detalle para el estado fundamental y de forma meramente descriptiva para los estados excitados.2. |r1 − r2 | 11 http://alqua.4eV y el valor experimental EEF = −24. 2.) EEF = E11.00 = −54. De todas formas existen grupos de niveles pr´ oximos en energ´ ıa Dado que los efectos relativistas son siempre muy peque˜ nos y que los resultados te´ oricos se aproximan a los experimentales a medida que los dos electrones se alejan. 2) .3. tenemos e2 |r1 − r2 | ≈ e2 ri = 1 Z Ze2 ri = 1 2 2e2 ri . el orden en que van apareciendo los distintos grupos de (sub)niveles es correcto.) a la repulsi´ on electrost´ atica entre los electrones que ha sido despreciada. Por tanto la repulsi´ on culombiana entre los dos electrones es del orden de la mitad de la interacci´ on electr´ on–n´ ucleo.org/libredoc/IFC2 97 . A primer orden ∆EEF = Φ11 |V (12)| Φ11 y recordando que =0 Φ11 (1. etc. Cualitativamente. Efectos de la repulsi´ on electr´ on-electr´ on Podemos refinar nuestras predicciones incorporando la interacci´ on entre los electrones como una perturbaci´ on a la interacci´ on atractiva de los mismos con el n´ ucleo. 4. y entre las segundas citaremos 1. Si suponemos que la distancia t´ ıpica entre los electrones es del orden de la distancia electr´ on-n´ ucleo. La enorme diferencia entre el valor predicho para la energ´ ıa del estado fundamental (Exp. Se predicen degeneraciones que no se observan exactamente. (A) (A) (A) = d1d2 Φ11 (A)∗ (1. Para los restantes niveles las diferencias se reducen progresivamente.2.´ 4. A pesar de que es del mismo orden de magnitud de la interacci´ on electron-n´ ucleo vamos a utilizar teor´ ıa de perturbaciones para modificar EEF .

Este tipo de expresiones la convergencia en k est´ a garantizada por el cociente (r> )k+1 reciben el nombre de desarrollos en ondas parciales ya que expresamos una funci´ on que depende de la diferencia r1 − r2 como una suma de productos de funciones de una part´ ıcula con buen momento angular. Para avanzar con rapidez en la resoluci´ on de estas integrales se utiliza habitualmente la siguiente expresi´ on 1 = |r1 − r2 | ∞ k=0 (r< )k 4π 2k + 1 (r> )k+1 k k k (−1)q Y− q (Ω1 ) Yq (Ω2 ) . En efecto.4. |r1 − r2 | integral que representa la interacci´ on electrost´ atica entre las densidades de carga asociadas a los electrones. Sistemas con pocos electrones =0 s=0 y que Ξs ms =0 |Ξms =0 = 1. q =− k 2 dr2 r2 ∆EEF = e2 × k=0 d Ω1 dΩ2 |ϕ100 |2 |ϕ100 |2 × 4π (r< )k 2k + 1 (r> )k+1 Estas integrales factorizan en partes radial y angular.0 . r2 ). se tiene ∆EEF = = e2 ∗ dr1 dr2 ϕ∗ 100 (r1 ) ϕ100 (r2 ) e2 ϕ100 (r1 ) ϕ100 (r2 ) |r1 − r2 | 1 dr1 dr2 |ϕ100 (r1 )|2 |ϕ100 (r2 )|2 . q =− k donde r< = m´ ın (r1 . Aunque la serie anterior es infinita s´ olo contribuye un n´ umero finito de t´ erminos al valor de la integral. ϕi ) y donde (r< )k . r2 ) y r> = m´ ax (r1 . As´ ı ∞ ∞ 2 2 dr1 r1 R10 (r1 ) 0 0 ∞ 2 2 dr2 r2 R10 (r2 ) ∆EEF = e 2 k=0 k 4π 2k + 1 (r< )k (r> )k+1 × × q =− k (−1)q k 0 dΩ1 Y00∗ (Ω1 ) Y− q (Ω1 ) Y0 (Ω1 ) k 0 dΩ2 Y00∗ (Ω2 ) Y− q (Ω2 ) Y0 (Ω2 ) 98 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1. los ´ angulos s´ olidos son Ωi = (θi . Para visualizar mejor esta idea supongamos que r1 > r2 y reescribamos el desarrollo como 1 = |r1 − r2 | ∞ k=0 4π 2k + 1 k (−1)q q =− k 1 k+1 r1 k Y− q (Ω1 ) k k r2 Yq (Ω2 ) . ∞ ∞ 2 dr1 r1 0 ∞ 0 k k k (−1)q Y− q (Ω1 ) Yq (Ω2 ) .1. Cada sumando corresponde a funciones con momento angular orbital k y tercera componente ±q .

Ahora. Estados excitados: regla de Hund Estudiemos el efecto que la repulsi´ on electrost´ atica entre los electrones tiene sobre los niveles excitados. pero el camino a seguir es aplicar el m´ etodo variacional.´ 4.2.org/libredoc/IFC2 99 .4eV. de manera que 4π 1 k 0 dΩY00∗ Y− q Y0 = √ 4π con lo que se llega a ∞ δk 0 δq 0 k . Utilizando ordenes superiores de la teor´ ıa de perturbaciones podemos mejorar la concordancia con el resultado experimental. Este resultado debe compararse con el valor experimental EEF = −24. Los dos sumandos que aparecen en el corchete anterior dan lugar al mismo resultado 5 . y por tanto 8ζ 5 ∆EEF = 16e con lo cual E11. dΩY00∗ Y− q = √ 4π ∆EEF = e2 0 = e2 (r< )0 (r> )1 0 r1 ∞ 1 2 2 2 2 dr2 r2 R10 (r2 ) + dr1 r1 R10 (r1 ) r1 0 0 ∞ 2 2 dr1 r1 R10 (r1 ) 2 2 dr2 r2 R10 (r2 ) ∞ 2 2 dr1 r1 R10 (r1 ) 0 ∞ 2 2 dr2 r2 R10 (r2 ) r1 1 r2 . 5 4ζ 4 http://alqua.58eV . Atomo de Helio Las integrales angulares se resuelven facilmente si tenemos en cuenta que Y00 (Ω1 ) = 1 √ .00 = E11 + ∆EF = −Z 2 EI + ∆EEF = −20. − ∆EEF = 16e2 dr1 r1 e−ζr1 0 r1 2 −ζr2 dr2 r2 e + 0 ∞ 2 −ζr1 dr1 r1 e ∞ r1 dr2 r2 e−ζr2 . Volveremos sobre esta cuesti´ on tras estudiar los estados excitados.) 2 Z a0 6 5 5 = ZEI . Lo haremos de forma cualitativa sin resolver expl´ ıcitamente las (Exp. usando que Z a0 3 2 R10 (r) = 2 y llamando ζ = 2Z tenemos a0 Z a0 6 0 ∞ Zr e a0 .

ls = con 1 (A) Φ1n. la 1 perturbaci´ on ) conmuta con todas las componentes del momento angular. 2) . 2 donde el signo + va asociado con s = 0 (parte espacial sim´ etrica y de esp´ ın antisim´ etrica) y el signo − con s = 1 (funci´ on espacial antisim´ etrica y de esp´ ın sim´ etrica).ls = √ (ϕ100 (r1 ) ϕnlm (r2 ) ± ϕ100 (r2 ) ϕnlm (r1 )) Ξs ms . La interacci´ on no depende del esp´ ın de manera que podemos reducir la parte de esp´ ın y queda s´ olo la integraci´ on en las coordenadas espaciales. de modo que la funci´ on en su conjunto sea antisim´ etrica.ls (1. |r1 − r2 | expresi´ on que se escribe de forma compacta como como suma (s = 0)/diferencia(s = 1) de dos integrales: ∆E1n. s = 0.ls = = d1d2 Φ1n. Desarrollando tenemos e2 (A) Φ (1.4.0 .ls ∆E1n. Para obtener esta expresi´ on hemos utilizado que: 1. 2) (A)∗ 1 e2 dr1 dr2 (ϕ100 (r1 ) ϕnl0 (r2 ) ± ϕ100 (r2 ) ϕnl0 (r1 ))∗ × 2 |r1 − r2 | × (ϕ100 (r1 ) ϕnl0 (r2 ) ± ϕ100 (r2 ) ϕnl0 (r1 )) . |r1 − r2 | Por esa raz´ on hemos elegido como valor arbitrario m = 0.ls (1. El resultado de la integral no depende de m porque el hamiltoniano (en este caso. 2. 2) |r1 − r2 | 1n.ls = e2 ± e2 1 |r1 − r2 | 1 ϕ100 (r2 ) ϕnl0 (r1 ) . donde 5 El problema 5 resuelve de forma aproximada estas integrales. 2) (A)∗ e2 (A) Φ (1.1. 1. |r1 − r2 | 1n. Sistemas con pocos electrones integrales que aparecen5 . 100 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1. Prosiguiendo con el c´ alculo dr1 dr2 |ϕ100 (r1 )|2 |ϕnl0 (r2 )|2 ∗ dr1 dr2 ϕ∗ 100 (r1 ) ϕnl0 (r2 ) ∆E1n.ls d1d2 Φ1n.ls = Jnl + (1 − 2s)Knl . Cuando na = 1 y nb = n > 1 tenemos varios subniveles caracterizados por l y s y la correcci´ on de la energ´ ıa viene dada por ∆E1n.

La segunda integral.´ 4. Ahora bien. Atomo de Helio Jnl = e2 dr1 dr2 |ϕ100 (r1 )|2 |ϕnl0 (r2 )|2 Knl = e2 dr1 dr2 ϕ∗ 100 (r1 ) ϕnl0 (r1 ) 1 ϕ100 (r2 ) ϕ∗ nl0 (r2 ) .org/libredoc/IFC2 101 . La energ´ ıa de todos los estados del ´ atomo de helio se escribe de esta forma con la excepci´ on de los casos en que na = nb . Por lo tanto su efecto fundamental es reducir la atracci´ on entre los electrones y el n´ ucleo at´ omico (reduce la energ´ ıa con la que los electrones est´ an ligados al n´ ucleo). El origen de este t´ ermino se encuentra en la simetr´ ıa de intercambio de la fdo lo cual justifica su nombre. En concreto. Es decir. la diferencia de energ´ ıa entre estos niveles viene dada por 2Knl . 2. y por ello la interacci´ on entre las dos densidades de carga decrece a medida que el segundo electr´ on se situa en niveles superiores. Este hecho se conoce en la literatura con el nombre de regla de Hund. |r1 − r2 | 1 .00 = ∆EEF = J00 . A esta integral se la conoce con el nombre de t´ ermino directo. para n dado la repulsi´ on electrost´ atica entre los http://alqua. para una configuraci´ on y l dados. denominada t´ ermino de intercambio. los niveles con s = 1 tienen menor energ´ ıa que aquellos con s = 0. estas integrales intervienen con signo negativo en el caso de niveles con esp´ ın s = 1 y con signo positivo en el de niveles con esp´ ın s = 0. |r1 − r2 | Por lo tanto la correcci´ on consta de dos t´ erminos diferentes: 1. menores que los de Jnl y decrecientes con n. La figura 4. s´ olo el fundamental forma parte del espectro discreto mientras que los dem´ as corresponden a resonancias del continuo.3 muestra que la densidad de probabilidad (y por tanto de carga) asociada al segundo electr´ on tiende a situarse fuera de la regi´ on que ocupa el primero a medida que crece el n´ umero cu´ antico n. Aunque no se puede deducir directamente sin un c´ alculo expl´ ıcito. Ahora bien. As´ ı. las integrales Knl toman valores positivos. ∆E11. El primero representa la repulsi´ on electrost´ atica entre las densidades de carga de los electrones. Tal como puede observarse en su definici´ on. de todos estos estados con na = nb . no tiene una interpretaci´ on cl´ asica sencilla y es consecuencia directa del principio de exclusi´ on. Adem´ as. Otro hecho (esta vez no obvio) es que el valor de la integral directa decrece con el valor del numero cu´ antico principal n. la fdo del segundo electr´ on penetra cada vez menos en la zona donde es muy probable encotrar al electron 1s seg´ un crece n. que para n dado crece ligeramente con l. As´ ı.2. esta integral depende (adem´ as de la perturbaci´ on) del overlap de las funciones ϕ100 y ϕnl0 . La integral directa Jnl es siempre positiva ya que el integrando correspondiente es una cantidad definida positiva. Justificaci´ on cualitativa de los resultados: apantallamiento Con el objetivo de obtener una explicaci´ on cualitativa de los resultados anteriores intentemos describir como son las densidades de carga asociadas a los dos electrones. casos en los que s´ olo contribuye la integral directa.

ls = E1n = − (Zef )2 EI Z 2 EI > − .3 Figura 4.3. Estos hechos permiten explicar porque el valor de Jnl se reduce con n. dos electrones crece ligeramente con l debido a que la distribuci´ on de carga del segundo electr´ on est´ a globalmante m´ as cerca de la del electr´ on 1s cuanto mayor es l.: Esquema cualitativo de los efectos de la repulsi´ on e− − e− sobre las energ´ ıas de los 2 1 1 . (1s2s) S y (1s2p)1.3 0. Sistemas con pocos electrones 2 1.1 0 21 1 1. 2s. Entonces la energ´ ıa de ligadura del t´ ermino espectral ser´ ıa E1n. La discusi´ on precedente puede expresarse de forma alternativa en funci´ on de los conceptos de apantallamiento y carga efectiva.0 nl=2.3 1.0 nl=3.2 0. n2 n2 102 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1 nl=3.3 P obtenidas en la aproximaci´ on de part´ ıcula independiente.2.3 3 20 1.1 0 0 5 10 15 20 nl=1.4 0.1. Podemos pensar que el electr´ on exterior viese una carga Zef ≤ Z = 2.1 nl=3.: Densidades de probabilidad radial correspondientes a los niveles 1s.3 t´ erminos espectrales (1s ) S . el electr´ on interior apantalla de forma m´ as eficaz la carga nuclear.0 nl=2. Tambi´ en permite explicar cualitativamente porque dentro de cada nivel n los subniveles est´ an menos ligados cuanto mayor es l.1. y as´ ı las discrepancias entre los resultados experimentales y la aproximaci´ on de part´ ıculas no interactuantes se reducen a medida que consideramos niveles superiores.2 Figura 4. 0.1 0 1 1.4.0 .5 0. 2p de un ´ atomo hidrogenoide.3 3 2 1. A medida que la densidad de carga del electr´ on externo se aleja del n´ ucleo seg´ un crece n.6 0.

4. El origen de la regla de Hund se encuentra en que las fdos con esp´ ın s = 0 y s = 1 tienen partes espaciales con simetr´ ıa de intercambio distinta. En lugar de utilizar ordenes superiores de la teor´ ıa de perturbaciones podemos mejorar nuestra predicci´ on utilizando el m´ etodo variacional. 1. http://alqua.org) Figura 4. Aplicaci´ on del m´ etodo variacional Hemos visto en la secci´ on 4. Atomo de Helio (http://fig.3 que existe una cierta discrepancia entre el valor experimental de la energ´ ıa del estado fundamental y la predicci´ on te´ orica obtenida en un c´ alculo de teor´ ıa de perturbaciones a primer orden. Para ello tendremos en cuenta los siguientes hechos: 1. los niveles con s = 0 (a igual configuraci´ on y valor de l) se encuentran menos ligados.2.00 da lugar a una energ´ ıa aceptable cuando se tiene en cuenta la repulsi´ on electrost´ atica entre los electrones. La fdo Φ11. El cero de energ´ ıa es distinto en los dos casos y corresponde a la energ´ ıa del ´ atomo ionizado.6) que en los niveles con s = 0 donde la parte orbital es sim´ etrica bajo intercambio. La utilizaci´ on de este m´ etodo implica proponer una familia de fdos de prueba.: Comparaci´ on del espectro del ´ atomo de Helio (izquierda) desglosado seg´ un n y l con los niv´ eles del hidr´ ogeno. Resulta f´ acil concluir que cuanto m´ as se aleje el segundo electr´ on m´ as efectivo ser´ a el apantallamiento. y por lo tanto las energ´ ıas de los niveles del He deben tomar valores cada vez m´ as similares a las del ´ atomo de hidr´ ogeno seg´ un crece n. Este hecho se aprecia claramente en la figura 4.org/libredoc/IFC2 103 . Dicha repulsi´ on puede explicarse en t´ erminos del apantallamiento de la carga nuclear inducido por el electr´ on interno.2. 2) = ϕ100 (Q. Dado que las fdo de los niveles con s = 1 tienen su parte espacial antisim´ etrica. y por tanto. Precisamente por esta raz´ on la repulsi´ on electrost´ atica que experimentan los dos electrones es mayor en este segundo caso. 85 De alguna manera hemos incorporado el efecto de los t´ erminos directo y de intercambio en una carga efectiva Zef .´ 4. Por ello proponemos una familia de soluciones de la forma =0 Φv (Q. 2. los dos electrones se encuentran m´ as separados (3. 4. n −→ ∞.2. r1 ) ϕ100 (Q r2 ) Ξs ms =0 .4. esto es Zef −→ 1. Woodgate pag.alqua.4.

a0 1 ϕ100 (Q. r) = −Q2 EI ϕ100 (Q. r2 ) . r) . 1. r) satisface que p2 Qe2 − 2m r ϕ100 (Q. a una funci´ on de dicho par´ ametro. r2 ) ϕ100 (Q. dr1 ϕ∗ 100 (Q. Sistemas con pocos electrones donde 2 ϕ100 (Q. 1. Por ello ϕ100 (Q. r1 ) ϕ100 (Q Vamos a separar el c´ alculo de la integral en tres partes. r1 ) Ze2 p2 1 − 2m r1 ϕ100 (Q. r) + p2 Qe2 − 2m r y teniendo en cuenta que dr2 ϕ∗ 100 (Q. r) r1 (Q − Z ) e2 = −Q2 EI ϕ100 (Q. 1. r2 ) p2 Ze2 1 − 2m r1 ϕ100 (Q. r1 ) ϕ100 (Q.4. r1 ) p2 Ze2 − 2m r ϕ100 (Q. r) . E [Q] = d1d2Φ∗ v (Q. 2)HΦv (Q. 2). r1 ϕ100 (Q. Como el hamiltoniano no depende del esp´ ın la integral anterior puede desarrollarse como p2 Ze2 p2 Ze2 e2 1 − + 2 − + 2m r1 2m r2 |r1 − r2 | E [Q] = ∗ dr1 dr2 ϕ∗ 100 (Q. r2 ) obtenemos que = 1. r) = √ 4π Q a0 3/ 2 exp − Qr a0 . I1 = = pero ∗ dr1 dr2 ϕ∗ 100 (Q.1. r1 ) ϕ100 (Q. Si Q = Z esta fdo coincide con la del u ´nico electr´ on del ion He+ y por tanto con la que hemos utilizado en el c´ alculo perturbativo.1. en realidad.0 . r) + ϕ100 (Q. es la fdo del estado fundamental de un ´ atomo hidrogenoide con carga Q. r) = (Q − Z ) e2 ϕ100 (Q. Q . r2 ) ϕ100 (Q. r2 ) dr2 ϕ∗ 100 (Q. El par´ ametro que barre la familia de fdos propuestas es la carga efectiva Q y el funcional de la energ´ ıa se reduce. r2 ) dr2 ϕ∗ 100 (Q. r2 ) = r1 104 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . r1 ) ϕ100 (Q. r2 ) ϕ100 (Q.

−20. An´ alogamente se tiene que I2 = I1 = − 2QZ − Q2 EI 3. 1.V. 1. La fdo Φv (Q.) = −23.´ 4.3 salvo por la substituci´ on de Z por Q. Para llegar a un resultado equivalente usando teor´ ıa de perturbaciones habr´ ıa que incluir ordenes muy superiores al primero. r1 ) ϕ100 (Q.2.69. −23.08eV. Si sumamos EI (He) para obtener el cero de energ´ ıas habitual nos queda EEF (T heor. La tabla que se muestra a continuaci´ on hace evidente la mejora obtenida al emplear el m´ etodo variacional en vez de teor´ ıa de perturbaciones a primer orden.58 E (eV ) M´ as que en la bondad del acuerdo con el dato experimental conviene profundizar en lo que significa la soluci´ on variacional que hemos obtenido. 2). lo cual nos sugiere que (de forma aproximada) todo ocurre como si los dos electrones se moviesen independientemente en un potencial Coulombiano generado por una carga http://alqua.08 Exp. a0 2. 4 5 = 1. r1 ) ϕ100 (Q r2 ) Ξms =0 satisface que Q0 e2 p2 Q0 e2 p2 1 − + 2 − 2m r1 2m r2 Φv (Q0 . 2) = −E [Q0 ]Φv (Q0 .4 M. T. nuestra familia de fdos variacionales es la m´ as sencilla posible por lo que con peque˜ nas extensiones a´ un mejorar´ ıamos notablemente el resultado. As´ ı tenemos 5 e2 ϕ100 (Q.2. y substituyendo este resultado en la cuyo m´ ınimo ocurre para Q0 = Z − 16 ecuaci´ on anterior obtenemos 2 E [Q0 ] = −2Q2 0 EI = −2 (Z − 5/16) EI = −77. r2 ) = QEI .88eV. 2) = s =0 ϕ100 (Q. Adem´ as.org/libredoc/IFC2 105 . r1 ) ϕ100 (Q. El c´ alculo de la integral asociada al t´ ermino repulsivo es id´ entico al que hicimos en la secci´ on 4. −24. r2 ) Reuniendo las tres contribuciones tenemos que la energ´ ıa en funci´ on de la carga efectica Q es 5 E [Q] = − 2 2QZ − Q2 − Q EI . |r1 − r2 | 4 I3 = ∗ dr1 dr2 ϕ∗ 100 (Q. Atomo de Helio I1 = −Q2 EI + e2 (Q − Z ) donde hemos utilizado que e2 = 2EI a0 Q = − 2QZ − Q2 EI . 1.P.

1. r2 ) |r1 + r2 | φi (r1 . En general es posible substituir de forma aproximada el hamiltoniano real de una sistema de part´ ıculas que interact´ uan entre s´ ı por otro de part´ ıcula independiente donde el potencial que ve cada part´ ıcula contiene de forma promediada las interacciones que ejercen las dem´ as.4. que siguen siendo v´ alidas. muy larga. De hecho. Esta regla de selecci´ on no es exacta debido a que las correcciones relativistas dependen del operador de esp´ ın y mezclan fdos con diferente valor de s. r2 ) χm sf |r1 + r2 | φi (r1 .0 . 2) = φf (r1 . Sistemas con pocos electrones nuclear efectiva Zef = Q0 = 1. Todo ocurre como si existiesen dos elementos distintos. por el contrario. Reglas de selecci´ on: Orto y Parahelio La probabilidad de transici´ on por unidad de tiempo entre los estados |Φi (1. La probabilidad de las mismas es tan peque˜ na que los estados del He con s dado. 2) .1. antes de la introducci´ on de la F´ ısica Cu´ antica.5. 2 dt donde f s Wf i = Φf (1. aparece una nueva regla de selecci´ on asociada al esp´ ın: sf = si . 2) y |Φf (1. La u ´nica excepci´ on a la regla anterior viene dada por la transici´ on del nivel (1s2s)3 S 2 1 al estado (1s ) S . Por ello no se se˜ nalan transiciones (espont´ aneas) entre los estados s = 0 y s = 1 en la figura 4.5. y por tanto muy pr´ oximos entre s´ ı. 4. r2 ) δsf si δmsf msi As´ ı.69. donde na = 1 y nb > 1. Sin embargo. tiene una expresi´ on totalmente an´ aloga a la que hemos visto en el ´ atomo de hidr´ ogeno. como son correcciones extraordinariamente peque˜ nas podemos considerarla a todos los efectos como v´ alida. decaen siempre a otros con el mismo esp´ ın. r2 ) f si χm sf |χmsf s = φf (r1 . Si repitiesemos este c´ alculo para estados excitado. dPi−>f 8π 2 e2 = |Wf i |2 . ∆s = 0 la probabilidad correspondiente es extraordinariamente peque˜ na y la vida media. adem´ as de las reglas de selecci´ on asociadas al momento angular orbital. Sin embargo como el nivel (1s2s)3 S s´ olo puede acceder al estado 106 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Como esta transici´ on viola las reglas de selecci´ on ∆l = ±1. La forma de obtener este hamiltoniano efectivo es utilizar (como hemos hecho en este caso) el m´ etodo variacional con fdos de prueba que sean productos antisimetrizados de fdos de una part´ ıcula.2. 2) |r1 + r2 | Φi (1. r2 ) |r1 + r2 | φi (r1 . uno formado por los estados s = 0 llamado parahelio y. la carga efectiva resultante ser´ ıa bastante menor. Se cumple que Zef < Z = 2 por lo que el efecto fundamental de un electr´ on sobre otro puede verse como un apantallamiento de la carga del n´ ucleo. En este caso el apantallamiento es peque˜ no porque los dos electrones est´ an en el mismo nivel 1s. mediada por la emisi´ on/absorci´ on de un fot´ on. otro formado por los estados s = 1 denominado ortohelio . r2 ) χms s = φf (r1 . se crey´ o durante mucho tiempo en la existencia real de dos formas de helio. Por lo tanto no puede haber transiciones entre estados que tienen esp´ ın distinto.

la transici´ on finalmente tiene lugar. Se llaman as´ ı a niveles (distintos del fundamental) cuya vida media es extraordinariamente larga comparada con la de los niveles ordinarios. Otro ejemplo viene dado por el nivel (1s2s)1 S que s´ olo puede acceder al fundamental violando la regla ∆l = ±1 y por lo tanto su vida media es muy superior a lo habitual. La mol´ ecula de H+ 2 Introducci´ on: la aproximaci´ on de Born-Oppenheimer Si los ´ atomos son agregados formados por un n´ ucleo y varios electrones. es necesario aportar una cierta cantidad de energ´ ıa para producir su disociaci´ on. podr´ ıamos pensar que son estados ligados de varios ´ atomos.3.alqua. 4.org/libredoc/IFC2 107 .4. e incluso en otras m´ as complejas. Las mol´ eculas son estables en su estado de energ´ ıa m´ as bajo. diat´ omicas) y entre ellas la m´ as sencilla es el i´ on H2 .org) Figura 4. Dado que la disociaci´ on en ´ atomos es el proceso m´ as com´ un cuando aportamos suficiente energ´ ıa al sistema. Un ataque frontal del problema buscando soluciones num´ ericas de la ecS es posible en esta mol´ ecula.5. esta descripci´ on deja fuera aspectos muy importantes de la estructura molecular. (1s2 )1 S . La mol´ ecula de H+ 2 (http://fig. Ambos conjuntos de niveles son esencialmente impermeables. Sin embargo. pero en este tema buscaremos soluciones aproximadas que nos permiten profundizar m´ as en los aspectos f´ ısicos del problema. difieren muy poco entre s´ ı. 4. Es decir.: Transiciones electromagn´ eticas permitidas en los niveles de energ´ ıa inferiores del He. Si despreciamos todos los efectos relativistas el hamiltoniano de una mol´ ecula con Ne electrones y Nn n´ ucleos es Nn Ne H= a=1 Ta + i=1 Ti + 1≤a<b≤Nn Za Zb e2 − |Ra − Rb | Ne Nn i=1 a=1 Za e2 + |ri − Ra | 1≤i<j ≤Ne e2 |ri − rj | http://alqua. que s´ Pero incluso este sistema tan simple posee seis grados de libertad espaciales despu´ es de haber fijado su CM. y salvo por el primer nivel s = 0. Con la excepci´ on de la transici´ on entre los niveles (1s2s)3 S y (1s2 )1 S no existen tran´ siciones entre estados de distinto esp´ ın.1. que posee menor energ´ ıa. Las mol´ eculas m´ as simples son aquellas que poseen dos n´ ucleos (mol´ eculas + olo contiene un electr´ on ligado.3. La descripci´ on mecanocu´ antica de una mol´ ecula es mucho m´ as compleja que la de un ´ atomo. las mol´ eculas pueden considerarse como agregados de varios n´ ucleos y electrones.3. El t´ ermino espectral (1s2s)3 S constituye un claro ejemplo de nivel metaestable.

Sistemas con pocos electrones donde las energ´ ıas cin´ eticas vienen dadas por las expresiones habituales Ta = p2 P2 a . Por otra parte.1. Estas id´ eas dan lugar a aproximaci´ on adiab´ atica molecular o de Born-Oppenheimer.} recorren los diversos n´ ucleos que forman la mol´ ecula mientras que los subindices i. Los n´ ucleos son mucho m´ as pesados que los electrones lo cual permite simplificar nome < 10−3 . y finalmente para simplificar los argumentos de las fdos definimos R = {Ra } . . En una primera aproximaci´ on los electrones ven a los n´ ucleos pr´ acticamente en reposo y son capaces de alcanzar su situaci´ on de equilibrio antes de que estos var´ ıen apreciablemente su posici´ on. R). b. En realidad todas las posiciones que aparecen en el hamiltoniano son relativas. Las masas de los n´ ucleos las denotamos por Ma . Sin embargo. j numeran los electrones. T´ engase en cuenta que en general M a las fuerzas electromagn´ eticas que experimentan n´ ucleos y electrones son de un orden de magnitud muy similar por lo que los electrones se mueven muy deprisa en comparaci´ on con los n´ ucleos. Las ideas del parrafo anterior sugieren la factorizaci´ on de la fdo en una parte electr´ onica y otra nuclear Φ(R.1. r) = Φn (R)Φe (r. Por ello introducimos la siguiente notaci´ on Rab = Ra − Rb . con Nn Nn 2 Hn = a=1 Ta = − a=1 2M a ∇2 a. ria = ri − Ra .4. Ti = i . se admite que los n´ ucleos s´ olo sienten un campo promedio generado por los electrones en su r´ apido movimiento alrededor de ellos.0 . rij = |rij |. r = {ri } . rij = ri − rj . ria = |ria |. Los m´ odulos de estos vectores los denotamos por Rab = |Rab |. . tablemente el problema. . y 108 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . An´ alogamente ri y pi son el vector de posici´ on y el momento lineal del i-´ esimo electr´ on. la separaci´ on del hamiltoniano H en H = Hn + He . 2M a 2me En estas ecuaciones los subindices {a. su carga por Za y su posici´ on y momento lineal (en el sistema de laboratorio) por Ra y Pa .

4. son muy peque˜ nas. R) = He Φn (R)Φe (r. en el sentido de que |∇a Φe | . La ecS asociada al hamiltoniano anterior HΦ(R. http://alqua. R) + Hn Φn (R)Φe (r. La mol´ ecula de H+ 2 Ne He = i=1 Ti − i a Za e2 + ria i<j e2 + rij a<b Za Zb e2 =− Rab Ne i=1 2 2me ∇2 i − ··· . R) + Hn Φn (R)Φe (r.3. R)Hn Φn (R) = E Φn (R)Φe (r. As´ ı. la ecS se escribe de forma aproximada como Φn (R)He Φe (r. R)Hn Φn (R). R)∇2 a Φn (R).org/libredoc/IFC2 109 . R) + 2 (∇a Φn (R)) · (∇a Φe (r. R) + Φe (r. R). R). Podemos proceder como sigue. R). r) = E Φ(R. ∇2 a Φe ∇2 a Φn . R) Φn (R)He Φe (r. R) = Φn (R)He Φe (r. donde los operadores diferenciales Nabla anteriores son ∇ i = ∇ ri . con lo cual HΦn (R)Φe (r. R)) Φe (r. La fdo electr´ onica depende simult´ aneamente de las coordenadas electr´ onicas y de las coordenadas nucleares. y como He no contiene derivadas con respecto a las variables R podemos escribir HΦn (R)Φe (r. Pero los argumentos precedentes sugieren que la dependencia en estas u ´ltimas debe ser muy suave. R)) = Φe (r. tiene su utilidad. Obs´ ervese que lo que llamamos hamiltoniano nuclear s´ olo contiene los t´ erminos de energ´ ıa cin´ etica mientras que la interacci´ on coulombiana entre los n´ ucleos la hemos dejado en He . HΦn (R)Φe (r. Ahora bien 2 2 ∇2 a (Φn (R)Φe (r. tal como aparece codificada en la fdo electr´ onica. R) = (Hn + He )Φn (R)Φe (r. Aparentemente se trata de una separaci´ on absurda pero. lo cual implica que la velocidad y energ´ ıa cin´ etica de los n´ ucleos. puede transformarse profundamente a partir de las hip´ otesis y simplificaciones precedentes. que no obstante. R) + Φe (r. r). ∇ a = ∇ Ra . R)∇a Φn (R) + Φn (R)∇a Φe (r.

se conoce como ecS en la aproximaci´ on de Born-Oppenheimer. EL sistema formado por las dos ecuaciones He Φe (r. Sistemas con pocos electrones y dividiendo esta ecuaci´ on por Φn y reordenando los dos miembros obtenemos He Φe (r. De esta forma. En esta secci´ on vamos a ocuparnos de los niveles electr´ onicos de la mol´ ecula por lo que s´ olo consideraremos He . Niveles electr´ onicos de la mol´ ecula ionizada H+ 2. Introducimos la siguiente notaci´ on 110 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Las funciones Ee (R) (tenemos m´ as de un autovalor por cada configuraci´ on R) reciben el nombre de niveles electr´ onicos Utilizando las dos ecuaciones anteriores y dividiendo la primera por Φe llegamos a (Hn + Ee (R)) Φn (R) = E Φn (R). i) La energ´ ıa de los electrones para cada configuraci´ on R se convierte al considerar la ecS de los n´ ucleos en un potencial adicional que representa el campo medio que generan los electrones en su r´ apido movimiento alrededor de los n´ ucleos. ecuaci´ on que merece algunos comentarios. Por ello podemos escribir que He Φe (r.2. (Hn + Ee (R)) Φn (R) = E Φn (R). As´ ı.0 . no s´ olo la fdo electr´ onica. En el sr del CM este sistema posee seis grados de libertad y una vez fijados los dos n´ ucleos el n´ umero de grados de libertad se reduce simplemente a tres. sino tambi´ en las energ´ ıas correspondientes dependen de las coordenadas nucleares. R). R).3.1. R) = Ee (R)Φe (r. R). 2 es la mol´ Est´ a formado por dos protones y un u ´nico electr´ on ligado a los mismos. ii) Es la resoluci´ on de esta segunda ecuaci´ on la que nos permite obtener la energ´ ıa real E del sistema as´ ı como la fdo completa.1. R) E − 1 (Hn Φn (R)) Φn (R) = Ee (R)Φe (r. y estudiaremos con algunas simplificaciones el movimiento de los n´ ucleos en m´ oleculas diat´ omicas. debemos resolver la ecS anterior para todas y cada una de las posiciones R de los n´ ucleos. 4. R) = Ee (R)Φe (r. Resoluci´ on de la ecuaci´ on electr´ onica mediante le m´ etodo variacional El i´ on H+ ecula m´ as simple que existe al tratarse de un sistema a tres cuerpos. donde el par´ entesis del segundo miembro es s´ olo funci´ on de las coordenadas nucleares. El significado f´ ısico de esta ecuaci´ on es el siguiente: dado que el movimiento de los n´ ucleos es extraordinariamente lento comparado con el de los electrones podemos considerar las posiciones de los n´ ucleos como par´ ametros durante la obtenci´ on de la fdo electr´ onica. R) = Φe (r. En las siguientes secciones resolveremos la primera ecuaci´ on del sistema precedente para un sistema especialmente sencillo como es la mol´ ecula de hidr´ ogeno ionizada H+ 2.4.

4. Ahora bien. 6 N´ otese que ∇q = ∇qi ya que q = qi + Ri /a0 y en esta parte del problema las posiciones de los protones est´ an fijadas. de prueba y utilizaremos el m´ etodo variacional para determinar los par´ ametros que definen dicha familia. Nuestro objetivo es obtener (al menos) la energ´ ıa y fdo. Q = |Q| . En este caso el funcional de la energ´ ıa es simplemente una funci´ on de los dos coeficientes de mezcla {αi }i=1. donde los dos protones se hallar´ an a una distancia finita. del estado fundamental de este sistema. En condiciones normales. e donde ϕ(i) = 1 πa3 0 e−qi . y el hamiltoniano y la fdo del sistema en su estado de menor energ´ ıa verifican que  2  +q . 2}. a0 r11 . 6 donde a0 es el radio de la primera ´ orbita de Bohr en el hidr´ ogeno. q1 = |q1 | . La mol´ ecula de H+ 2 q = q1 = q2 = Q = r1 . deberemos tomar una fdo variacional que incluya al menos los orbitales de ´ ambos ´ atomos. http://alqua. En estas circunstancias el sistema esta formado por un ´ atomo de hidr´ ogeno m´ as un prot´ on libre. a0 R12 .  Φe → ϕ = πa3 0 donde ϕ(1) representa el estado fundamental del ´ atomo de hidr´ ogeno formado.  He → −EI ∇2 q2 1 1 q2 . ´ esto s´ olo es cierto cuando uno de los n´ ucleos se encuentra muy alejado. var) E [Φ( ] e Φe = E [{α}] = (var) |He | Φe |Φe (var) Φe (var) (var) . Con esta notaci´ on 2 2 y teniendo en cuenta que e/a0 = 2EI o que /2me a0 = EI . resulta He = −EI ∇2 q+ 2 2 2 + − q1 q2 Q . es decir var) Φ( = α1 ϕ(1) + α2 ϕ(2) .2 .org/libredoc/IFC2 111 . Q −→ ∞. Para ello propondremos una familia de fdos. La forma funcional m´ as sencilla es una combinaci´ on lineal de las fdos de los dos ´ atomos en sus estados fundamentales. a0 r12 .3. a0 q = |q| . 1 (1)  e−q1 . q2 = |q2 | . Resulta de gran ayuda considerar el l´ ımite en que el electr´ on se halla muy pr´ oximo a uno de los protones y el otro se encuentra extraordinariamente alejado de los primeros. i ∈ {1.

1. Ee (+) = 0. Al substituir estas dos soluciones en la ecuaci´ on matricial resultan las siguientes combinaciones de valores de los coeficientes αi . H11 = H22 .0 . α1 α2 =E 1 S S 1 α1 α2 . 1−S que aparecen escritas en funci´ on de los elementos de matriz Hij y del solape S . Sistemas con pocos electrones Para facilitar la aplicaci´ on del m´ etodo variacional introducimos.1. Si pasamos la norma de la fdo variacional al primer miembro y expresamos todo en t´ erminos de estas nuevas cantidades 2 2 2 2 E [{α}] α1 + α2 + 2α1 α2 S = α1 H11 + α2 H22 + 2α1 α2 H12 . 1+S H11 − H12 . y variando con respecto a los dos coeficientes de mezcla llegamos a que en los extremos se cumple E {α1 + α2 S } = {α1 H11 + α2 H12 } . Sij = ϕ(i) |ϕ(j ) = dqϕ(i) ϕ(j ) . S11 = S22 = 1. si y solo si H11 − E H12 − ES H12 − ES H11 − E y en este caso las dos soluciones posibles son H11 + H12 . S12 = S21 = S. E {α1 S + α2 } = {α1 H12 + α2 H22 } . distinta de la id´ enticamente nula α1 = α2 = 0.4. (− ) Ee = . = 7 No aparecen signos de conjugaci´ on compleja porque todas las fdo son reales 112 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . H12 = H21 . nueva notaci´ on. Hij = ϕ(i) |He | ϕ(j ) = y en particular7 . tenemos dqϕ(i) He ϕ(j ) . una vez m´ as. ecuaciones que reescritas en forma matricial dan lugar a H11 H12 H12 H22 o pasando todo al primer miembro ´ H11 − E H12 − ES H12 − ES H22 − E α1 α2 = 0. Esta ecuaci´ on matricial posee una soluci´ on no trivial.

Q H11 = H22 = H12 = H21 = dqϕ(1) He ϕ(1) = −EI dqϕ(1) He ϕ(2) = −EI S + 2e−Q (1 + Q) − y substituyendo estos resultados en las expresiones para las energ´ ıas.3. ϕ(1) − ϕ(2) .. Como puede observarse. De hecho. Precisamente por ello no resulta extra˜ no (+) que este nivel de energ´ ıa reciba el nombre de antiligante. Φe + nunca caracteriza un estado ligado del i´ on H2 .5(R0 1. oscilando alrededor de dicha posici´ on. tenemos 2 2 (1 + Q)e−2Q ± (1 − )(1 + Q + Q2 /2)e−Q + 2(1 + Q)e−Q Q Q . Las expresiones expl´ ıcitas de los elementos de matriz Hij y del solape S son S= dqϕ(1) ϕ(2) = 1 πa3 0 1 dqe−(q1 +q2 ) = e−Q 1 + Q + Q2 . S´ olo el nivel Ee pasa por debajo del l´ ımite de disociaci´ on para ciertos valores de Q.25A) y en esta posici´ on la energ´ ıa de ligadura del sistema es de ∆E = E − EI = −0. y en consecuencia las fdo convenientemente normalizadas son Φe Φe (+) (− ) (+) = = 1 2(1 + S ) 1 2(1 − S ) ϕ(1) + ϕ(2) . Q 2 S . Los valores de la energ´ ıa se dan en unidades de la energ´ ıa de ionizaci´ on del hidr´ ogeno. La mol´ ecula de H+ 2 Ee → α1 = α2 .6 presenta los valores de Ee y Ee en funci´ on de la distancia internuclear Q.org/libredoc/IFC2 113 . Por u ´ltimo conviene resaltar que la simetr´ ıa de intercambio de las dos soluciones obtenidas es completamente (+) (− ) http://alqua. El m´ ınimo de este nivel electr´ onico ocurre para Q0 2. si dejamos que el sistema evolucione.13EI −1. la fdo correpondiente. Dentro de ese rango de valores de Q el estado de dos protones y un electr´ on ligados entre s´ ı resulta energ´ eticamente (+) favorable.4. los dos protones de la mol´ ecula tender´ an a situarse a una distancia aproximadamente igual a Q0 . Por esta raz´ on Ee recibe el nombre de nivel ligante. los valores (+) (+) de Ee son siempre mayores que la unidad de manera que.76eV. Por ello la l´ ınea de puntos con valor constante uno representa el estado en que la mol´ ecula se ha disociado en un ´ atomo de H1 y en un prot´ on. 1 ± (1 + Q + Q2 /2)e−Q 1− (± ) Ee (Q) = −EI An´ alisis de las soluciones obtenidas La figura 4. 2 1− 2 −2Q e (1 + Q) . (− ) Ee → α1 = −α2 .

Los datos experimentales revelan que la distancia internuclear de equilibrio es apro= 1A y que el defecto de energ´ ıa es ∆Exp. E = −2. Φe es antisim´ etrica. Q → 0.5 −1 −1. Habitualmente la fdo que utilizamos en el m´ etodo variacional es s´ olo una aproximaci´ on que nos proporciona una cota superior a la verdadera energ´ ıa.8eV . En efecto. existe por ximadamente QExp. la expresi´ on de la fdo del estado fundamental del He+ es proporcional a e−2q1 y la energ´ ıa del electr´ on es −4EI .0 . 0 tanto una clara discrepancia entre los datos experimentales y los resultados te´ oricos. La fdo.5 2 1. que hemos propuesto como soluci´ on presenta varias limitaciones.6. 2 en funci´ (+) diferente.5 0 −0.1. de prueba podemos a˜ nadir. Sistemas con pocos electrones Niveles electrónicos de H2 3. e2    E1 − R12 −3EI es decir.5 + E1(x) E2(x) EI 1 2 3 4 5 Q 6 7 8 9 10 Figura 4.1. la carga efectiva asociada a cada n´ ucleo de modo que ahora 114 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . entre las cuales podemos citar que su comportamiento asint´ otico cuando la distancia internuclear disminuye no es el adecuado.4. la fdo tiende a la del estado fundamental de un ´ atomo de hidr´ ogeno y la energ´ ıa de interacci´ on del electr´ on con los dos protones es −3EI . Mientras que la fdo del nivel ligante Φe es sim´ etrica bajo el intercambio de (− ) las coordenadas de los dos protones.5 3 2. Sin embargo. si anul´ asemos la interacci´ on repulsiva entre los dos protones el sistema deber´ ıa evolucionar para formar un ´ atomo de helio. Ahora bien     Φe (+) → ϕ(1) = → 1 πa3 0 e−q1 . como un par´ ametro variacional m´ as. Para mejorar la familia de fdos.5 E/EI 1 0.: Niveles de energ´ ıa electr´ onicos del i´ on H+ on de la distancia entre n´ ucleos.

es decir.3.3. Por ejemplo. Antes de 1925 se hab´ ıan desarrollado algunas teor´ ıas parciales del enlace qu´ ımico que explicaban su existencia en el caso de mol´ eculas heteropolares. Enlace covalente vs.35eV . si utilizamos orbitales de la forma ϕ(i) (Z ) = ϕ1s (Z ) + σϕ2p (Z ). α2 . La mol´ ecula de H+ 2 var) Φ( = α1 ϕ(1) (Z ) + α2 ϕ(2) (Z ) . los ´ atomos alcalinos (primera columna de la tabla peri´ odica) son electropositivos debido a la tendencia que tienen a desprenderse de su electr´ on menos ligado para formar una estructura muy estable como la que poseen los gases nobles. (i) (i) 4. que tiene como par´ ametros variacionales α1 . enlace i´ onico La mec´ anica cu´ antica permite obtener una comprensi´ on profunda del enlace qu´ ımico. para el que capturar un electr´ on adicional supone adquirir una gran estabilidad ya que pasa a tener una estructura electr´ onica como la del Ar. Aunque en este curso no hemos estudiado ´ atomos m´ as complejos que el helio. etc. a´ un estamos lejos del valor experimental. Aunque hemos mejorado notablemente los resultados. Z y σ . Por ejemplo.3. supondremos que el lector posee algunos conocimientos cualitativos adquiridos en la asignatura de Qu´ ımica. α1 . e y donde ϕ(i) (Z ) = Z 3 −Zqi e . el enlace qu´ ımico en la mol´ ecula de CLNa se http://alqua. que consisten en superposiciones lineales de orbitales 1s. Decimos que estos ´ atomos son electronegativos. lo cual complica notablemente el c´ alculo de los elementos de matriz del hamiltoniano y la minimizaci´ on de la energ´ ıa. 2p. πa3 0 Utilizando esta fdo de prueba. obtenemos una distancia de equilibrio Q0 2 (R0 = 1A) y un defecto de energ´ ıa ∆E −2. Se˜ nalemos que en este c´ alculo los par´ ametros varaicionales son cuatro. En nuestro modelo no hemos tenido en cuenta este fen´ omeno ya que hemos supuesto que el electr´ on ocupa un orbital 1s con simetr´ ıa esf´ erica en todo momento. Para entender mejor lo que pasa realicemos un experimento de pizarra en el que formamos un i´ on H+ on a un ´ atomo de hidr´ ogeno.73eV . A partir de estas ideas. Lo contrario le sucede a los ´ atomos de la pen´ ultima columna de la tabla peri´ odica. con mayor intensidad cuando su proximidad es grande. como el Cl. la distribuci´ on de carga del electr´ on alrededor del otro n´ ucleo. formadas por atomos de diferente especie. el m´ etodo variacional nos conduce a unos resultados excelentes ya que obtenemos Q0 2 y ∆E −2. Una forma de superar la limitaci´ on anterior consiste en utilizar orbitales h´ ıbridos .4. α2 y Z . Estas teor´ ´ ıas se basan en el concepto de electronegatividad. 2 aproximando lentamente un prot´ A medida que el prot´ on se acerca su campo el´ ectrico tiende a deformar d´ ebilmente al principio. lo cual requiere un conocimiento previo de la estructura at´ omica.org/libredoc/IFC2 115 .

as´ ı como la de las mol´ eculas homopolares que hemos citado. el Cl . que es electronegativo. Por ello podemos pensar que en este caso el electr´ on se halla cerca de uno de los protones y nunca del otro. Sistemas con pocos electrones explica porque. La segunda ecuaci´ on ´ o ecuaci´ on nuclear se escribe como {Hn + Ee (R)} Φn (R) = E Φn (R). El movimiento de los n´ ucleos en mol´ eculas diat´ omicas La aproximaci´ on de Born-Oppenheimer nos permiti´ o separar la ecS en un sistema de dos ecuaciones diferenciales. que solo contiene los t´ erminos de energ´ ıa cin´ etica. An´ alogamente la figura 4. Por el contrario. por ejemple. viene dado por 116 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . La figura 4. en el caso del nivel ligante. Es esta tendencia a compartir el electr´ on entre los dos n´ ucleos y el apantallamiento asociado lo que explica la formaci´ on de este i´ on. Este orbital es antisim´ etrico con respecto al plano de simetr´ ıa XZ . pasando a tener una estructura electr´ onica como la del ne´ on.8 representa los valores de la fdo y de la densidad de probabilidad del nivel antiligante en el plano XY .1.1. el orbital es sim´ etrico y la densidad de probabilidad toma valores importantes en el plano de simetr´ ıa. Por tanto el electr´ on pasa un tiempo apreciable entre los dos n´ ucleos y apantalla parcialmente la repulsi´ on entre los dos n´ ucleos. Por otro lado la teor´ ıa precu´ antica era totalmente incapaz de explicar la existencia de mol´ eculas homopolares como las de H2 . lo cual implica que la probabilidad de encontrar al electr´ on entre los dos n´ ucleos es muy peque˜ na. En el caso de una mol´ ecula diat´ omica el hamiltoniano Hn . N2 . nos proporciona la energ´ ıa potencial Ee (R) en la que se mueven los n´ ucleos. etc. Resulta muy instructivo fijarse en la enorme diferencia que existe entre los orbitales ligante y antiligante. captura los tres electrones de los hidr´ ogenos pasando a tener una estructura como la del Ar. a cambio de una atracci´ on electrost´ atica entre ´ ambos que liga la mol´ ecula.7 representa los valores de la fdo y de la densidad de probabilidad del nivel ligante en el plano XY . uno a cada cloro. A pesar de su ´ exito. conocida como ecuaci´ on electr´ onica. Este tipo de enlace se llama covalente. En la mol´ ecula PCl5 . 4.0 .4. en el orbital antiligante la probabilidad de presencia del electr´ on es grande en las proximidades de uno u otro prot´ on y es nula justo en el plano de simetr´ ıa XZ . En realidad. la teor´ ıa precu´ antica del enlace i´ onico era muy cualitativa y s´ olo con la aparici´ on de la mec´ anica cu´ antica se pudo obtener resultados cu´ antitativos. en los puntos y = Q/2 y y = −Q/2 del eje Y . De esta manera.3.4. el ´ atomo de Na cede su u ´ltimo electr´ on al atomo de Cl convirti´ endose ´ ambos en iones. Se ha elegido un sistema de referencia en el que los dos protones se hayan situados sim´ etricamente con respecto al plano XZ . cada uno de ellos adquiere una estructura electr´ onica muy estable. O2 . bajo ciertas condiciones de proximidad. La primera. En ocasiones el P puede actuar como electropositivo cuando se combina con ´ atomos m´ as electronegativos como. ´ este ´ atomo cede cinco electrones. y que es debida tanto a la interacci´ on electromagn´ etica entre los n´ ucleos como al campo generado por los electrones en su r´ apido movimiento alrededor de los n´ ucleos. Existen muchos ejemplos de mol´ eculas i´ onicas como la de PH3 donde el f´ osforo. Para entender como se forma el enlace qu´ ımico en estas mol´ eculas revisemos los resultados obtenidos en el caso del i´ on + H2 .

2 0.3 Z 0.8 0.6 –0.: (Izda.org/libredoc/IFC2 117 .7.3 –4 –2 0 Y 2 4 2 Figura 4.2 0.4 0.4 0.5 0. (Dcha. (Dcha. (+) 0. (−) http://alqua.) Valores de la densidad (−) asociada a Φe en el plano xy .2 Z0 –0.) Valores de Φe en el plano xy suponiendo que los dos protones estan fijos en el eje Y en posiciones dadas por y = Q/2 y y = −Q/2.4 Z0.5 0.6 0. La mol´ ecula de H+ 2 0.) Valores de la densidad (+) asociada a Φe en el plano xy .6 0.2 0.: Izda.4 0.8 0 X 0 –4 –2 0 Y 2 4 2 0 X 0.4 0.3.8.1 0 –4 –2 0 Y 2 4 2 0 X 0 –4 –2 0 Y 2 4 2 0 X Figura 4.5 0.1 0.3 Z 0.2 –0.1 –0.4.) Valores de Φe en el plano xy suponiendo que los dos protones estan fijos en el eje Y en posiciones dadas por y = Q/2 y y = −Q/2.

2µ R 2µR2 2 e introduciendo este resultado en la ecS nuclear. Al cambiar al nuevo sistema de coordenadas el hamiltoniano se expresa como 2 2 2 2 1 2 ∂R2 R + I2 . Sistemas con pocos electrones ∂2 2 . llegar a la ecuaci´ on radial − d2 + Ee (R) + 2µ dR2 2 2 i(i + 1) 2µR2 U (R) = EU (R). Ω) = i (Ω) = I2 Ym i (Ω) = Iz Ym 2 i(i i (Ω). = − 12 2(M1 + M2 ) − ∇2 R2 cm M 1 M2 es la masa reducida asociada a los dos n´ ucleos e I es el momento M1 + M2 angular relativo del n´ ucleo 1 con respecto al n´ ucleo 2. resulta − 2 1 2 ∂R2 R + I2 + Ee (R) Φn (R.1. R m i (Ω). 2µ R 2µR2 2 Una soluci´ on de la forma U (R) i Y (Ω). que satisface factorizada en una parte radial U (R) y en una parte angular Ym Φn (R.4. separamos los grados de libertad relativos de los del CM. φ) son los ´ angulos directores.1. donde R es es m´ odulo del vector R12 y Ω = (θ. Ω).0 . Para ello definimos el siguiente conjunto de coordenadas Hn = − R12 = Rcm = R1 − R2 . mYm permite. + 1)Ym i (Ω). 2µ R 2µR2 2 Hn = − 2(M1 + M2 ) − ∇2 R2 cm 2µ 2 ∂R 2. una vez m´ as. M 1 R1 +M 2 R2 . De esta forma si nos situamos en el sr del CM tenemos donde µ = Hn = − 2 1 2 ∂R2 R + I2 . Los niveles electr´ onicos m´ as 118 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . 1 2M1 2M 2 R 2 y puesto que la energ´ ıa de traslaci´ on de la mol´ ecula como un todo no nos interesa. Ω). que los niveles electr´ onicos Ee (R) constituyen el pozo de energ´ ıa potencial en el que se mueven los dos n´ ucleos. Ω) = E Φn (R. M1 +M2 2 ∇2 R2 − 2 A lo largo de esta secci´ on expresaremos frecuentemente R12 en coordenadas esf´ ericas R12 = (R. tras substituirla en la ecuaci´ on precedente. Recordemos.

m 2 R2 llamado as´ ı porque coincide con la energ´ ıa cin´ etica de una part´ ıcula que rota a una distancia R del origen de coordenadas con momento angular i.org/libredoc/IFC2 119 . R0 d 2 Ee dR2 R0 y Ee0 = Ee (R0 ). En esta aproximaci´ on el potencial consta. teniendo en cuenta que me ≈ 10−3 . resulta que el potencial electr´ onico se confunde de forma bastante aproximada con el de un oscilador arm´ onico. K= R0 http://alqua. La mol´ ecula de H+ 2 bajos poseen un m´ ınimo local para una cierta distancia internuclear R0 . µ . n ∈ N0 .3. Si procedemos de esta forma los niveles electr´ onicos pueden escribirse de forma aproximada como Ee (R) = Ee (R0 ) + dEe dR (R − R0 ) + R0 1 2 d 2 Ee dR2 (R − R0 )2 + · · · . 2 Por lo tanto la ecuaci´ on radial puede reescribirse de la siguiente forma − d2 1 + Ee0 + K (R − Rm )2 + 2µ dR2 2 2 2 i(i + 1) 2µR2 U (R) = EU (R). Para obtener las primeras soluciones de la ecuaci´ on precedente suele ser habitual desarrollar en serie de potencias Ee (R) alrededor de R0 . La existencia de este m´ ınimo garantiza que se produzca el enlace qu´ ımico. es decir y teniendo en cuenta que Ee (R) posee un m´ ınimo en R0 y definiendo K = 1 Ee (R) = Ee0 + K (R − Rm )2 + · · · .4. de un 2 (i+1) 2 y de un t´ t´ ermino vibracional u oscilatorio 1 K ( R − R ) ermino rotacional 2iµ . resulta µ        Q0 2K 1 2 . adem´ as de un t´ ermino constante E0 . 10 a2 0 con lo cual. Resulta especialmente instructivo realizar una estimaci´ on del orden de magnitud de Las energ´ ıas asociadas al movimiento estos t´ erminos del potencial en la mol´ ecula H+ 2 vibracional son Evib = ω n + donde ω= y d 2 Ee dR2  2 2   1 − (1 + Q)e−2Q ± (1 − )(1 + Q + Q2 /2)e−Q + 2(1 + Q)e−Q  2 EI d Q Q = 2 1 ± (1 + Q + Q2 /2)e−Q a0 dQ2    1 EI .

alqua.5. · · ·. En mol´ eculas m´ as complejas podemos tener un conjunto formado por varios valores Ee0 . 1. Espectros moleculares y tipos b´ asicos de mol´ eculas El valor de la energ´ ıa de un nivel molecular consta siempre de tres contribuciones. se muestran otros niveles muy excitados. Adem´ chos en el modelo te´ orico simple utilizado en la secci´ on anterior.1. La figura 4.0 . + 1) . En el caso de la mol´ ecula H2 lo tanto un u ´nico valor Ee0 . i ∈ N0 .: Espectro completo de niveles de energ´ ıa del i´ on H2 .9 muestra el espectro electr´ onico del ion H+ as de los niveles predi2 . Por cada nivel electr´ onico podemos tener una infinidad de niveles vibracionales asociados a los distintos valores del n´ umero cu´ antico n = 0.1. µ raz´ on por la que podemos efectuar una aproximaci´ on adicional que afecta exclusivamente al t´ ermino rotacional y que consiste en substituir R por R0 . ω I 10µa2 0 2E 4 E I m2 ee = 10 µ 2 1 me 2 E ≈ 10−2 EI . La m´ as importante es la energ´ ıa electr´ onica que viene dada por el m´ ınimo del nivel + s´ olo existe un nivel electr´ onico ligante y por electr´ onico. El cero de energ´ ıa corresponde a la ionizaci´ on en un ´ atomo de hidr´ ogeno m´ as un prot´ on.4. n.org) + Figura 4. 5 µ I En comparaci´ on con estos valores las energ´ ıas asociadas al t´ ermino rotacional son claramente menores ya que 2 2 Erot = 2µR2 ≈ 2µa2 0 me EI ≈ 10−3 EI . 2I 4.3. y por cada nivel vibracional existe una red m´ as tupida de niveles rotacionales etiquetados por i. Los niveles electr´ onicos de una mol´ ecula diat´ omica se etiquetan indicando 120 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .9. Sistemas con pocos electrones (http://fig. Por otro lado la cantidad µR2 ıcula con masa 0 es precisamente el valor esperado del momento de inercia I de la part´ relativa con lo cual la ecuaci´ on radial de los n´ ucleos y las energ´ ıas moleculares se suelen escribir como − y E = Ee0 + Evib + Erot = Ee0 + ω n + 1 2 + 2 i(i d2 1 + Ee0 + K (R − Rm )2 + 2µ dR2 2 2 2 i(i + 1) 2I U (R) = EU (R).

En estos casos los n´ ucleos est´ an ligados por verdaderas fuerzas de valencia.1. Problemas Enunciados 1. En la naturaleza encontramos tres tipos de mol´ eculas que se diferencian f´ acilmente a partir de la forma de las curvas caracter´ ısticas de sus niveles electr´ onicos.4.org/libredoc/IFC2 121 . Observese que su curva de potencial es siempre positiva y decreciente lo que da lugar s´ olo a fuerzas repulsivas. http://alqua. π (|ml | = 1) δ (|ml | = 2).4.4. [A] Utilize la tabla con las energ´ ıas del espectro discreto del He y a ) obtenga la longitud de onda asociada a la transici´ on (1s2p)1 P → (1s2 )1 S . Problemas (http://fig. etc. Por su parte la figura 4. Adem´ as se indica el orbital u orbitales at´ omicos a partir de los cuales se construyen los orbitales moleculares. bien de origen i´ onico. entre niveles rotacionales para cada nivel vibracional. El tercer tipo viene caracterizado por curvas de tipo (c). Las mol´ eculas en sentido estricto son las que tienen curvas de potencial tipo (a) y vienen caracterizadas por energ´ ıas de ligadura del orden del eV y distancias internucleares del orden de 1A.: Espectro molecular esquem´ atico el valor absoluto de la proyecci´ on del momento angular orbital sobre el eje molecular (que es un buen n´ umero cu´ antico) mediante letras griegas.10.11 muestra los tres tipos de curvas de potencial correspondientes. Su curva de potencial es muy poco profunda lo que da lugar a energ´ ıas de ligadura del orden de 0. La distancia t´ ıpica entre niveles electr´ onicos es del orden del eV mientras que dentro de cada nivel electr´ onico la separaci´ on entre niveles vibracionales es mucho menor y. a´ un m´ as peque˜ na. 4.org) Figura 4. y en ocasiones no se consideran como verdaderas mol´ eculas en la literatura cient´ ıfica.4.10 muestra de forma esquem´ atica el espectro molecular completo de una mol´ ecula gen´ erica.1eV y con su m´ ınimo situado a distancias que oscilan entre 3A y 5A. Se trata en realidad de estados de colisi´ on de dos o m´ as at´ omos que se comportan como lo har´ ıa una verdadera mol´ ecula en un estado muy excitado. Sus ´ atomos se atraen d´ ebilmente debido a los peque˜ nos dipolos el´ ectricos que se forman en cada uno de ellos por la presencia de la carga de los ´ atomos pr´ oximos.alqua. y en el caso de mol´ eculas homonucleares se indica mediante un sub´ ındice si la fdo es sim´ etrica (g) o antisim´ etrica (u). Las mol´ eculas que presentan curvas de tipo (b) reciben el nombre de mol´ eculas de van der Waals. 4. No son en ning´ un caso verdaderas mol´ eculas. La figura 4. bien de tipo covalente. a saber: σ (|ml | = 0).

73.30.1.58eV . 7.lml =l. El radio cuadr´ atico medio se 2 . nota: En las transiciones entre niveles moleculares asociados al mismo nivel electr´ onico se cumplen las siguientes reglas de selecci´ on: ∆n = ±1. 145. 124.4eV . define como rqm = ri 5.1. ¿Se trata de transiciones electromagn´ eticas asociadas al espectro vibracional o al rotacional?. intente obtener la energ´ ıa del estado fundamental del helio y da el valor de la carga efectiva que “ve” cada electr´ on. despreciando la integral de intercambio y resolviendo de forma semicuantitativa la integral directa.sms =s Lzi + gs Sz Φ1n.11. Sistemas con pocos electrones (http://fig. [T] Obtenga una estimaci´ on de las energ´ ıas de los niveles (1s. [A] Utilizando la aproximaci´ on de part´ ıcula independiente y el concepto de apantallamiento. [A] Calcule el radio cuadr´ atico medio del estado fundamental del He y a partir de ´ el obtenga una estimaci´ on del tama˜ no de este ´ atomo.51 y 185. En la mol´ ecula de HCl se observa un cierto n´ umero de l´ ıneas de absorci´ on cuyas − 1 energ´ ıas (en cm ) son: 83.org) Figura 4. c ) encuentre la transici´ on asociada a la l´ ınea amarilla de 5785A.alqua.03. [A] Calcule el momento magn´ etico asociado a los niveles de energ´ ıa m´ as bajos del parahelio y del ortohelio. 103.lml =l.: Niveles electr´ onicos asociados a los tipos b´ asicos de mol´ eculas b ) determine la transici´ on correspondiente a la l´ ınea roja de 6678A. Demuestre que en estas condiciones la 122 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . ∆i = ±1.86. 2.03. El momento magn´ etico lo definimos como M= µB Φ1n. En el segundo ¿c´ ual es el momento de inercia y qu´ e valores del momento angular les corresponden?. 3. Dato : EEF (He) = −24. Tomamos como cero la energ´ ıa del helio ionizado: EEF (He+ ) = −54. nx(l))X (l) del He. 6.0 . Considere la energ´ ıa de una mol´ ecula en la aproximaci´ on 2 1 E = E0e + µω 2 (R − Rm )2 + i(i + 1). 2 2µR2 Encuentre la posici´ on en que la energ´ ıa es m´ ınima y calcule el momento de inercia utilizando la nueva posici´ on de equilibrio. En el primer caso ¿c´ ual es la frecuencia caracter´ ıstica?. 165.4.sms =s 4.

4. Para obtener la energ´ ıa del fundamental utilizamos na = nb = 1 ya que suponemos los dos electrones en el mismo nivel.2. c) ¿En c´ ual de ellas es mayor le momento de inercia?.4eV = −24.4. Un nivel electr´ onico ligante puede describirse mediante el llamado potencial de Morse Ee (R) = A 1 − exp − R − R0 B 2 −1 a) Explique el significado de los par´ ametros del pozo y haga un dibujo aproximado del mismo. b) ¿C´ ual de ellas posee mayor energ´ ıa vibracional de punto cero?. 9. Para hacerlo substituimos Z = 2 por una cierta Zef y as´ ı: 2 EEF = −2EI Zef + 54. b) Si A = 10eV y R0 = 1A obtenga B a partir de la energ´ ıa vibracional de punto cero que vale 0.4eV Para el fundamental E11 = −Z 2 EI + 54. Problemas energ´ ıa rotacional es de la forma Erot = Ai(i + 1) + B [i(i + 1)]2 + · · · 8.alqua.4eV Aqu´ ı no hemos tenido en cuenta el apantallamiento.org) 4. (http://fig. Se pide que determine: a) ¿C´ ual de ellas viene caracterizada por una mayor distancia internuclear?.5eV . de part´ ıcula independiente es Ena nb = − 1 1 + 2 2 na nb Z 2 EI + EI He+ = − 1 1 + 2 2 na nb Z 2 EI + 54. La expresi´ on de la energ´ ıa en la aprox. Algunas soluciones 2.org/libredoc/IFC2 123 .58eV http://alqua. La figura muestra la energ´ ıa potencial del nivel ligante de dos mol´ eculas diat´ omicas homonucleares que poseen la misma masa reducida.4.

1.0 . no 2 protones. por culpa de la presencia del otro. Este resultado es muy parecido al que obtenemos con el m´ etodo variacional: 5 Zef = Z − 16 124 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .4. sino 1.1. Sistemas con pocos electrones Despejando la carga efectiva obtenemos Zef = 1.7 es decir.7. que cada uno de los dos electrones “ve”.

Utiliza m´ etodos estad´ ısticos para obtener los valores medios de las magnitudes. y a veces.1. Este cap´ ıtulo supondr´ a una introducci´ on a los m´ etodos que la F´ ısica Estad´ ıstica utiliza para estudiar estos sistemas. Introducci´ on A lo largo del curso hemos estudiado sistemas constituidos por pocas part´ ıculas en interacci´ on. cientos de part´ ıculas. La Termodin´ amica no fundamenta el origen de estas ecuaciones. Se trata de los ejemplos m´ as sencillos de ´ atomos y mol´ eculas. Adem´ as introduciremos como ejemplo m´ as sencillo de ´ las nuevas id´ eas la distribuci´ on de Maxwell–Boltzmann (MB).1. El siguiente cap´ ıtulo se dedicar´ a al estudio estad´ ıstico de sistemas cu´ anticos formados por part´ ıculas id´ enticas. Ejemplos caracter´ ısticos de este tipo de sistemas son un gas molecular contenido en una vasija. En general.5. Normalmente estos valores medios son. a lo sumo. En adelante trataremos de forma simplificada sistemas que poseen un n´ umero de part´ ıculas del orden de NA (n´ umero de Avogadro). 5. Esta describe las ocupaciones de los estados accesibles por las part´ ıculas de un sistema cl´ asico. Son los principios fundamentales de la termodin´ amica y son insuficientes para especificar la evoluci´ on del sistema. ecuaciones de estado propias de cada sistema. la f´ ısica estad´ ıstica intenta obtener una caracterizaci´ on del sistema partiendo de la naturaleza de sus constituyentes y de las interacciones ente los mismos. Para ello introduce las llamadas variables de estado que caractericen de modo un´ ıvoco el estado macrosc´ opico del sistema. F´ ısica estad´ ıstica La Termodin´ amica aborda el estudio de los sistemas macrosc´ opicos sin tener en cuenta c´ uales son sus constituyentes b´ asicos ni sus interacciones. Las variables de estado no son independientes. los electrones (cuasi)libres de un metal o el plasma que forma parte de una enana blanca. Introducci´ on a la f´ ısica estad´ ıstica: distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann 5.1. De esta forma podemos predecir 125 . este tipo de sistemas pueden contener. Por su parte. o est´ an relacionados con el valor t´ ıpico de cada magnitud en el equilibrio. sino que est´ an relacionadas las unas con las otras por ligaduras entre las que podemos distinguir: leyes universales independientes del sistema utilizado. sus fluctuaciones en el tiempo.

Sin embargo para llegar a una definici´ on estad´ ıstica de la temperatura es preferible partir de la energ´ ıa 126 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . el espacio de fases del sistema. P) = + V (|qi − qj |) . Macroestados y microestados Vamos a considerar un sistema aislado que ocupa un volumen bien definido V ..N . q2 (t) . . Si quisi´ eramos hacer una descripci´ on en mec´ anica cl´ asica del sistema.5. pN (t)) . pi (t)}i=1. . P (t) ≡ (p1 (t) . . las ecuaciones de estado. qN (t)) . P) .1. 1 Normalmente se emplear´ ıa la temperatura T y no la energ´ ıa del sistema. Llamaremos macroestado del sistema al conjunto {E. . P define un punto en un espacio de dimensi´ on 6N . N. deber´ ıamos dar sus coordenadas y momentos: especificar el microestado. V y E son variables adecuadas para caracterizar el 1 equilibrio . . . p2 (t) . en particular. o de forma compacta Q (t) ≡ (q1 (t) . La evoluci´ on temporal del sistema se asimila a una trayectoria en el espacio de fases. .. α (t)} . Cada par Q. {qi (t) . α para describir completamente el sistema. ∂P ˙ = − ∂H (Q.1. Es posible deducir propiedades muy generales sobre el comportamiento de las trayectorias en el espacio de las fases pero. de forma que un microestado en mec´ anica cl´ asica define un punto en dicho espacio. Introducci´ on a la f´ ısica estad´ ıstica: distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann a partir de primeros principios las propiedades m´ as importantes de un sistema termodin´ amico y.0 . P) . es imposible medir experimentalmente o calcular la trayectoria espec´ ıfica de un sistema macrosc´ opico. P ∂Q con 6N ≈ 1024 condiciones iniciales Q(0) = Q (t = 0) . 2m i=1 i>j =1 Las ecuaciones de evoluci´ on son entonces ˙ = Q ∂H (Q. P(0) = P (t = 0) . V. Para obtenerla utilizar´ ıamos las las ecuaciones de Hamilton asociadas al hamiltoniano del sistema que supondremos de la forma N N p2 i H (Q. . Inicialmente el sistema no se encontrar´ a en una situaci´ on de equilibrio por lo que hay que a˜ nadir una serie de variables macrosc´ opicas adicionales. De acuerdo con la termodin´ amica N.

5. q ) = La ecuaci´ on p2 1 + kq 2 . Hip´ otesis erg´ odica El almacenamiento de las condiciones iniciales requiere un disco de aproximadamente 1016 Gb y el c´ alculo de la trayectoria en un ordenador que proporcionase 1Gf lop requerir´ ıa del orden de 1016 s. por ejemplo. Ejemplo. por cada incremento elemental del tiempo2 . Como primer paso en sea direcci´ on nos interesa trazar la relaci´ on existente entre macro y microestados. 5. Por ello. que determina el lugar geom´ etrico de todos los puntos del espacio de fases que son compatibles con una energ´ ıa E .2. 1. independientemente de la situaci´ on inicial. la magnitud A(t) toma durante casi todo el intervalo de estudio un valor igual al del equilibrio. Esto es. P) = E. Es evidente que el estudio te´ orico de estos sistemas necesita una aproximaci´ on radicalmente diferente. la ecuaci´ on H (Q. reduce a´ un m´ as la regi´ on accesible dentro del espacio de las fases pero el < <volumen> >de la misma sige siendo enorme. Lo primero que podemos afirmar es que dicha relaci´ on no es biun´ ıvoca. q ) = E = p √ 2mE 2 2 + q 2E k  =1 Podemos ver que a un s´ olo macroestado (caracterizado por la energ´ ıa) le corresponde una infinidad de microestados. Consideremos. Consideremos una part´ ıcula bajo el hamiltoniano arm´ onico H (p. es decir.2. el promedio 2 Actualmente se puede estudiar la evoluci´ on temporal de sistemas cl´ asicos constituidos por varios millones de part´ ıculas.   H (p. P (t)). La imposici´ on de que el volumen sea una constante V. Hip´ otesis erg´ odica Esta id´ ea debida a Boltzmann es la que permite transformar un problema din´ amico en un problema estad´ ıstico. Esta ligadura reduce el espacio accesible a una (hiper)superficie en el espacio de fases que posee 6N − 1 dimensiones. 2m 2 nos conduce a una elipse sobre el espacio de fases como lugar geom´ etrico de los (micro) estados accesibles. Si estudiamos la evoluci´ on temporal del sistema durante un lapso de tiempo suficientemente largo observamos que. el equilibrio se alcanza rapidamente. ya que existen much´ ısimos microestados correspondientes a un s´ olo macroestado. 2m 2 p2 1 + kq 2 .org/libredoc/IFC2 127 . nunca dejaremos de tener un conjunto enorme de puntos del espacio de fase asociados a cada macroestado. Sea una magnitud f´ ısica A cuyo valor en un instante t se relaciona con el micrestado del sistema como A (t) = A (Q (t) . http://alqua.

.1.1.1. Evitamos as´ ı el c´ alculo de integrales temporales que a su vez requieren conocer la trayectoria del sistema en el espacio de las fases. Introducci´ on a la f´ ısica estad´ ıstica: distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann 1/2 1/2 Figura 5. As´ ı Aeq = l´ ım A(t) = l´ ım τ →∞ 1 τ →∞ τ τ A (P (t) . 3.3. La hip´ otesis erg´ odica supone que a lo largo de su evoluci´ on temporal la trayectoria del sistema en el espacio de fases pasa un mismo n´ umero de veces por todos y cada uno de los puntos3 de dicho espacio compatibles con las condiciones macrosc´ opicas dadas (eneg´ ıa. Q (t). 5. . El problema ahora es esencialmente geom´ etrico. Q (t)) dt 0 2. comprender desde un punto de vista microsc´ opico como se alcanza el equilibrio rapidamente cuando el n´ umero de grados 3 Esto es una versi´ on simplificada. Si llamamos R (E. N ) a su volumen tenemos 1 Aeq = A (Q. volumen.5. V. Dado que no podemos calcularla expl´ ıcitamente se hace necesario introducir una hip´ otesis simplificatoria. entre otras cosas. todos los puntos de la regi´ on del espacio de las fases definida por el estado macrosc´ opico son igualmente probables. V. ).: Trayectoria del oscilador armonico unidimensional en el espacio de fases.0 . sino sobre una partici´ on suficientemente fina. Equilibrio en f´ ısica estad´ ıstica La hip´ otesis erg´ odica permite. N ) a la regi´ on de acceso permitido por las ligaduras macrosc´ opicas y Ω (E. temporal de la magnitud durante un intervalo temporal suficientemente largo es indistinguible de Aeq . 128 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Esta ecuaci´ on relaciona el valor de la magnitud en el equilibrio con la trayectoria del sistema en el espacio de las fases P (t). P) dQ dP Ω R con lo que se pasa de un promedio temporal a un promedio espacial sobre un subconjunto del espacio de las fases. Una versi´ on moderna es una afirmaci´ on no sobre todos los puntos. En otras palabras.

Ejemplo Consideremos un sistema formado por N osciladores unidimensionales cuya energ´ ıa total es igual a E . Veamos un ejemplo sencillo que ilustra que las cosas suceden as´ ı. N ) = 2 ω N √ E en un espacio πN E N −1 Γ(N ) 2π ω N EN . V. Por supuesto tenemos todo el derecho a preguntarnos porqu´ e el espacio de fases de un sistema debe estar dividido de esta forma tan peculiar. siempre que el n´ umero de part´ ıculas sea suficientemente grande. es extraordinariamente grande en comparaci´ on con las dem´ as.5.org/libredoc/IFC2 129 . Equilibrio en f´ ısica estad´ ıstica de libertad (N ) es muy grande. N! donde hemos usado que N N − 1. Podemos decir que la regi´ on RαM define realmente el equilibrio. V. Dicho de otra manera los valores promedio de las diferentes magnitudes ser´ an los correspondientes a los puntos (microestados) de esta regi´ on. V.3. P 2 (x2 i +yi )=E Ahora bien la u ´ltima integral caracter´ ıza la superficie de una esfera de radio de 2N dimensiones y por lo tanto Ω(E. pasar´ a la mayor parte del tiempo en la regi´ on RαM . Q) = i=1 2 x2 i + yi . Esto implica (hip´ otesis erg´ odica) que el sistema. El equilibrio de un sistema de part´ ıculas libres se caracteriza E porque cada una de ellas porta una energ´ ıa ε = N de modo que N1 part´ ıculas cualesquiera 1 E . Si admitimos que la fracci´ on λ est´ a fija entonces el n´ umero N1 de part´ ıculas juega el papel de etiqueta α.P)=E dpN dq N = 2 ω N dxN dy N . 1] y las restantes N2 = N − N1 portan una energ´ ıa E2 = (1 − λ)E . Q) = i=1 p2 1 i 2 + mω 2 qi . Cada una de estas regiones define un macroestado E. En general se tratar´ a de un estado fuera del equilibrio. Cuando N1 = λN estaremos en la situaci´ on de equilibrio ya que en este caso se cumplir´ a que 1 E1 = λE = N E . N. sea cual sea su estado inicial.RαM por ejemplo. 2m 2 m 2 ωq y haciendo el cambio de variables x = √p . Supongamos que una de las regiones Rαi . El hamiltoniano del sistema viene dado por la expresi´ on N H (P. El volumen en el espacio de las fases asociado al macroestado en el que N1 N part´ ıculas portan una energ´ ıa λE puede obtenerse repitiendo los c´ alculos anteriores http://alqua. N ) y que se subdivide en regiones Rαi seg´ un las condiciones adicionales que se a˜ naden para distinguir situaciones diferentes a la de equilibrio. De esta forma el volumen en el espacio de las fases ser´ a Ω(E. N ) = H (Q. V. Consideremos ahora una situaci´ o n en la que las primeras tendr´ an una energ´ ıa igual a N N N1 ≤ N part´ ıculas poseen una energ´ ıa E1 = λE. Sea R la regi´ on del espacio de las fases compatible con las condiciones macrosc´ opicas impuestas al sistema (E. λ ∈ [0. 2m y= N nos queda H (P. αi .

V ) = λN1 (1 − λ)(N −N1 ) = B (N. V ) = donde B es una distribuci´ on binomial.1. el intervalo alrededor de la media donde la distribuci´ on de probabilidad toma valores apreciables es extraordinariamente peque˜ no. su raiz N es despreciable frente a ´ el. Como N es un n´ umero muy grande la distribuci´ on binomial se confunde con una distribuci´ on normal de media N1 = λN y desviaci´ o√ n t´ ıpica σ = λ(1 − λ)N . E2 . 5. V. N ) λN1 (1 − λ)(N −N1 ) N1 ! N2 ! N1 !N2 ! Como todos los microestados del espacio de fases son igualmente probables. T donde δQrev es el calor interacambiado con el entorno durante un proceso reversible que pasa de un estado a otro.5. El segundo principio de la Termodin´ amica afirma que dS = dS = 0 para un sistema aislado y en equilibrio y adem´ as S = Smax 130 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . V ) 2π ω N N2 N1 E2 N! E1 = Ω(E. Definici´ on estad´ ıstica de entrop´ ıa La entrop´ ıa S es introducida en 1850 por Clausius.2. N1 . λ)(N1 ) Ω(E. N ) N1 !N2 ! P (E1 .0 . E2 . Como N es un n´ umero enorme.1. Por lo tanto s´ olo aquellos macroestados donde N1 λN tienen una probabilidad apreciable de ocurrir.4. Se trata de una variable de estado cuya variaci´ on entre dos macroestados muy pr´ oximos viene dada por δQrev . Introducci´ on a la f´ ısica estad´ ıstica: distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann Figura 5. N2 . N2 . N2 . la probabilidad de dicho macroestado ser´ a N! Ω(E1 .: Algunos ejemplos con λ = Ω(E1 .: Una binomial se confunde con una gaussiana centrada en λN N 100 1000 1024 N1 50 500 1024 2 σ 5 √ 5 10 5 × 1011 10 σ N1 1 10 1 √ 10 10 −12 1 2 Cuadro 5. V. Es decir. de hecho es del orden de NA .1. N1 . N1 . E2 .

: a) Trayectoria en el espacio de fases y b) la funci´ on S k (t) dS > 0 en procesos irreversibles. As´ ı S = f (Ω) .631 × 10−5 eV K −1 . en promedio. Por otro lado sabemos que la entrop´ ıa es una variable extensiva de forma que si el sistema consta de dos partes con entrop´ ıas S1 y S2 respectivamente.org/libredoc/IFC2 131 . Recibe el nombre de constante de Boltzmann y vale k = 8. Entonces es razonable establecer un principio que vincule volumen del espacio de fases y entrop´ ıa por medio de una funci´ on f creciente. la entrop´ ıa resulta ser una funci´ on creciente. Por u ´ltimo es conveniente comentar que mientras el segundo principio de la Termodin´ amica establece que S nunca decrece en el marco de la F´ ısica Estad´ ıstica este es un hecho posible. Este resultado condujo a Boltzmann a postular que: S = k log Ω donde Ω es el volumen del espacio de las fases accesible o.4. Seg´ un lo explicado cuando el sistema evoluciona hacia el equilibrio va atravesando peque˜ nas regiones de no equilibrio y tiende hacia la zona de mayor volumen del espacio de fases. Definici´ on estad´ ıstica de entrop´ ıa Figura 5. pero altamente improbable: s´ olo ocurrir´ a durante intervalos de tiempo extraordinariamente peque˜ nos de forma que es muy dif´ ıcil observar el fen´ omeno y. Como la entrop´ ıa termodin´ amica tiene dimensiones de [ET −1 ] es necesario introducir una constante k que posea dichas unidades. se cumplir´ a que S = S1 + S2 . M´ as adelante obtendremos esta valor estudiando desde un punto de vista estad´ ıstico el gas ideal y comparando las predicciones obtenidas con los datos experimentales. http://alqua.5. la que agrupa un numero gigantesco de microestados. De modo que S = S1 + S2 = f (Ω) = f (Ω1 Ω2 ) S = S1 + S2 = f (Ω1 ) + f (Ω2 ) con lo que concluimos que f (Ω1 Ω2 ) = f (Ω1 ) + f (Ω2 ). dicho de otro modo. Ahora bien el n´ umero de microestados compatibles con el macroestado del sistema total es Ω = Ω1 Ω2 ya que por cada microestado en el subsistema 1 tenemos Ω2 en el subsistema 2.3. el n´ umero de microestados accesibles en un macroestado determinado.

Las autoenerg´ ıas son.1. N ) La ocupaci´ on del nivel εa la cuantificamos por el n´ umero entero na y llamaremos distribuci´ on {na } a la colecci´ on de ocupaciones de los distintos niveles. Paso a la Mec´ anica Cu´ antica En esta secci´ on intentaremos adaptar de una forma sencilla (y alejada del procedimiento general) los conceptos anteriores a la Mec´ anica Cu´ antica. Este potencial promedio puede obtenerse utilizando el m´ etodo variacional. en general. enumera las energ´ ıas y ka = 1. 2 . aislado y formado por un n´ umero de part´ ıculas N 1 que ocupan un volumen V constante.1.5. normalmente en su versi´ on Hartree-Fock. . es del tipo N N H= i=1 h (i) = i=1 t (i) + v (i) donde el potencial a un cuerpo v puede caracterizar un campo externo (independiente del tiempo) que actua sobre las part´ ıculas del sistema. o bien representar una interacci´ on promedio sobre la part´ ıcula generada por las restantes. es funci´ on del nivel en el que se encuentra la part´ ıcula.0 .5. funciones del volumen y del n´ umero de part´ ıculas εa = εa (V. Introducimos las autofunciones y autoenerg´ ıas del operador correspondiente h ka a hφk a = εa φa donde ahora a = 1. 2 . El volumen 132 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . en el tema anterior obtuvimos que las autoenerg´ ıas de un hamiltoniano a un cuerpo son E= na ε a a Para conectar con los conceptos precedentes consideremos una magnitud f´ ısica cuyo valor para una sola part´ ıcula. Supondremos que el hamiltoniano del sistema. f (εa ). Evidentemente N= a na Por otra parte. ga = deg (εa ) las degeneraciones. Introducci´ on a la f´ ısica estad´ ıstica: distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann 5. . Este m´ etodo funciona mejor cuanto mayor sea el n´ umero de part´ ıculas. . si dicha magnitud es una componente del momento angular tendremos Lα (εa ) = φa | Lα |φa Supongamos que f es extensiva de manera que para su valor total (para las N part´ ıculas) es F ({na }) = a na f (εa ) Parece razonable que en este formalismo el papel de macroestado venga representado por la distribuci´ on {na } de part´ ıculas en los distintos niveles de energ´ ıa accesibles. Por ejemplo. .

En t´ erminos de distribuciones Feq = Hacemos la aproximaci´ on F = a eq Ω ({neq a }) F ({na }) Ω ({neq a }) {na } Ω ({na }) F ({na }) {na } Ω ({na }) neq a f (εa ) Por lo tanto el valor en la situaci´ on de equilibrio. de que sean distinguibles o no. a } que maxim´ El valor de F en el equilibrio se calcular´ a. que depende profundamente de la naturaleza de los constituyentes del sistema. etiquetar las part´ ıculas mediante letras ´ o n´ umeros si son distinguibles. Sea un sistema formado por 3 part´ ıculas que pueden ocupar 2 niveles de energ´ ıa ε1 con g1 = 2 y ε2 con g2 = 2. aquella {neq ıza Ω. de si son bosones o fermiones 2. Las part´ ıculas sean distinguibles 2.5.org/libredoc/IFC2 133 . de acuerdo con la hip´ otesis erg´ odica. http://alqua. Paso a la Mec´ anica Cu´ antica de la regi´ on del espacio de las fases asociada a unas ciertas condiciones macrosc´ opicas se substituye por la funci´ on Ω ({na }) que nos da el n´ umero de formas distinguibles en que podemos distribuir las N part´ ıculas en los niveles del sistema de forma que las ocupaciones den lugar a la distribuci´ on {na }.5. En nuestro problema obtenemos Ω(1. deduciremos la expresi´ on funcional de Ω ({na }). maximizaremos dicha funci´ on. 2) = 24. Se puede 1. Al equilibrio le corresponde. como un promedio sobre todos los microestados posibles. Cada una de dichas formas juega aqu´ ı el papel de microestado. las part´ ıculas sean indistinguibles Al resolver este tipo de problemas se suele considerar cada nivel de energ´ ıa como una caja dividida en un n´ umero de subcajas igual a la degeneraci´ on. y en este caso. es decir. Entonces el n´ umero de microestados viene dado por las diferentes formas en que podemos distribuir las part´ ıculas (3) en las celdillas (4). cumpliendo las restricciones dadas (n1 = 1 y n2 = 2). de cualquier magnitud extensiva es eq funci´ on de las ocupaciones na . Podemos introducir tambi´ en el valor medio por part´ ıcula de una magnitud como Feq 1 f= = neq f (εa ) N N a a El objetivo prioritario es obtener las ocupaciones en el equilibrio para lo cual procederemos como sigue: 1. Ejercicio (para distinguir microestado y distribuci´ on). Enumere todos los microestados que corresponden a n1 = 1 y n2 = 2 seg´ un que 1. de todas las distribuciones posibles.

2) = 2. Y as´ ı sucesivamente de modo que el n´ umero total de formas distinguibles en las que podemos otener la distribuci´ on dada es Ω ({na }) = N! (N − n1 )! n1 n2 · · · g1 g2 · · · n1 ! (N − n1 )! n2 (N − n1 − n2 )! na ga = N! na ! a Para determinar c´ uales son las ocupaciones en el equilibrio es preciso maximizar esta funci´ on teniendo en cuenta que las na no son independientes. . Al final del cap´ ıtulo 6 estudiaremos en que l´ ımites ocurre esto. Para el segundo encontramos N − n1 n2 g2 n2 posibilidades distinguibles de ocuparlo con n2 part´ ıculas. ) con lo cual Ω(1. a na = N = cte y a na εa = E = cte. · · · respectivamente son n1 .1. ε2 . · · · . representarlas por puntos (u otro simbolo) si son indistinguibles. .4.5. Ser´ ıa m´ as apropiado considerarla como una estad´ ıstica cu´ antica v´ alida en aquellos casos en los que el principio de simetrizaci´ on asociado a la indistinguibilidad de las part´ ıculas id´ enticas tiene escasa importancia.1. · · · con degeneraciones g1 . g2 . Distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann Se llama as´ ı a la ley que obedecen las ocupaciones en el equilibrio {neq a } de un sistema formado por un n´ umero enorme N de part´ ıculas distinguibles que est´ an sometidas a las condiciones macrosc´ opicas establecidas en la secci´ on anterior.: Cajitas.n2 . 2) = 6. Introducci´ on a la f´ ısica estad´ ıstica: distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann (http://fig. 5.org) Figura 5. b ) Los fermiones no (repulsi´ on efectiva. La ocupaci´ on del primer nivel con n1 part´ ıculas cualesquiera puede obtenerse de N n1 g n1 1 formas distintas ya que las part´ ıculas son distinguibles y apilables en un mismo estado. .6.alqua. . es decir. cajitas. Tradicionalmente se adjetiva la estad´ ıstica de MB como cl´ asica. Supongamos que las ocupaciones de los niveles ε1 .0 . a ) Los bosones pueden apilarse en el mismo estado de forma que Ω (1. sino que satisfacen las 134 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . 2. El primer paso es obtener Ω ({na }).

As´ ı. Trabajaremos con el logaritmo de la funci´ on Ω por comodidad.si definimos la funci´ on de partici´ on del sistema. introducimos la nueva funci´ on Φ ({na } .6. Distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann restricciones sobre la energ´ ıa total y n´ umero de part´ ıculas. a na = 0 y que E − a na ε a = 0. eliminar los factoriales mediante la aproximaci´ on de Stirling: log na ! na log na − na. log Ω = log N ! + a na log ga − a log na ! log na ! a = log N ! + a na log ga − Admitiremos que N lo que permite 1 implica que las ocupaciones individuales tambi´ en son na 1 1. Z (β ): Z (β ) = a ga e−βεa tenemos que N= a −α neq a =e a ga e−βεa = e−α Z (β ) http://alqua. En efecto. donde. ∂nb de dondel deducimos que log gb − log nb − α − βεb = 0. tratar las ocupaciones como cantidades continuas. Con objeto de aplicar los multiplicadores de Lagrange. = 0. y ∂Φ = 0. El punto cr´ ıtico queda definido por las ecuaciones ∂Φ ∂α ∂Φ ∂β que implican respectivamente que N − = 0. Admitiremos que este (´ unico) punto es el m´ aximo de la funci´ on de forma que la ocupaci´ on del nivel εb en el equilibrio es −α−βεb neq b = gb e donde los valores de α y β quedan determinados por los valores de E y N . las ocupaciones na se tratan como independientes lo mismo que las dos variables adicionales α y β .org/libredoc/IFC2 135 .5. 2. ahora s´ ı. β ) = log Ω + α N − a na +β E− a na ε a . α.

sino tambi´ en de N y V porque la fdp Z depende de los niveles de energ´ ıa que a su vez dependen de V y quiz´ a de N . De la segunda restricci´ on asociada a la energ´ ıa se deduce que β es dependientes de la energ´ ıa total del sistema4 E = a neq a εa e−α ga e−βεa εa N Z (β ) εa ga e−βεa a = = = − N d Z (β ) dZ (β ) dβ ga e−βεa dβ Z (β ) d = −N (log Z (β )) .org) Figura 5.: Aspecto de la distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann: n g (ε) lo que establece una relaci´ on entre los dos par´ ametros e−α = N . Introducci´ on a la f´ ısica estad´ ıstica: distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann (http://fig.5.5. 136 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Veremos m´ as adelante que β est´ a relacionado con la temperatura 1 como β = kT . Este resultado nos indica que el par´ ametro β debe estar muy relacionado con la temperatura del sistema.alqua.1. Esta expresi´ on nos permite dibujar la distribuci´ on de MB para distintas temperaturas Cuando la temperatura es baja (β alta) la pendiente de la exponencial es pronunciada con lo cual solamente los niveles de menor energ´ ıa tienen ocupaciones 4 = −N En realidad no depende s´ olo de E . Z (β ) expresi´ on que se conoce con el nombre de distribuci´ on Maxwell-Boltzmann. dβ e invirtiendo la relaci´ on encontrar´ ıamos β como funci´ on de la energ´ ıa interna del sistema E .0 .1. Z (β ) y nos permite escribir las ocupaciones en el equilibrio como neq b = N gb e−βεb .

7. El par´ ametro β y el equilibrio t´ ermico 1 Con esta secci´ on iniciamos un camino que nos permitir´ a demostrar que β = kT y. V y N . Por el contrario. Si F es una magnitud extensiva cualquiera F = a neq a f (εa ) N Z (β ) ga e−βεa f (εa ) a = y el valor medio por part´ ıcula es f= F 1 = N Z (β ) ga e−βεa f (εa ) a 5. expresi´ on v´ alida en el equilibrio. ga y εa .7.5. El par´ ametro β y el equilibrio t´ ermico apreciables. ga . E. Consideremos dos sistemas aislados y caracterizados por las variables N. pero no materia. V respectivamente y tales que sus niveles vienen caracterizados por energ´ ıas y degeneraciones εa .org/libredoc/IFC2 137 . familiarizarnos con el formalismo que hemos introducido. Para profundizar m´ as en esta idea demostraremos primero que este par´ ametro satisface tambi´ en una “ley 0”. Hemos visto que β es una funci´ on de la energ´ ıa interna del sistema y dado que sabemos (por la termodin´ amica) que esta variable est´ a intimamente relacionada con la temperatura debemos concluir lo mismo para β . E . los niveles de energ´ ıa m´ as altos est´ an sensiblemente ocupados cuando la temperatura es suficientemente alta (β peque˜ na) (el decaimiento de la exponencial es suave). tanto porque las fdp son diferentes como porque las energ´ ıas internas de los dos sistemas tambi´ en lo son. Ahora permitimos interaccionar a los dos sistemas intercambiando energ´ ıa. Procediendo de la misma forma para el segundo sistema tenemos Z (β ) = ga e−βεa a y β = β (E ) A priori ambos valores son distintos. La fdp del primer sistema es Z (β ) = a ga e−βεa y de ella puedo obtener el valor de β como funci´ on de la energ´ ıa β = β (E ). adem´ as. En cualquier caso el nuevo supersistema se encuentra aislado del entorno de modo que las nuevas cantidades conservadas son http://alqua.

138 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . n a = N !N ! a (ga )na na ! a (ga )na na ! A continuaci´ on hay que determinar el m´ aximo de esta funci´ on por el m´ etodo de los multiplicadores de Lagrange. Todo esto ahonda m´ as en nuestra convicci´ on de que existe una relaci´ on intima entre temperatura y β.5. es el producto: Ω {n a } . que da el n´ umero de formas distinguibles de construir una distribuci´ on. β = log Ω+α N − a na +α N − ι na +β Etot − a na ε a − a na ε i y procediendo como antes tenemos neq = ga e−α e−βεa a na eq = ga e−α e−βεa Estas expresiones nos proporcionan las nuevas distribuciones en el equilibrio que ahora si dependen de un u ´nico par´ ametro β .6. La raz´ on la encontramos en el hecho de que la cantidad conservada es la energ´ ıa total y no las de las dos partes.: Sistema para establecer la relaci´ on entre β y T . α .1. Definiendo la funci´ on Φ {na } na . o sea. Para obtener la relaci´ on exacta estudiamos el sistema macrosc´ opico m´ as sencillo posible. β = β (T ). Por consideraciones combinatorias esta funci´ on.0 . Podemos enunciar una ley id´ entica a la ley cero de la termodin´ amica. Enunciado de la ley 0 Dos sistemas diferentes que interaccionan entre s´ ı intercambiando energ´ ıa y en equilibrio estad´ ıstico deben tener el mismo valor del par´ ametro β. N N y la energ´ ıa total = a na na a = Etot = E + E = a na ε a + a na ε a Obviamente para obtener la nueva distribuci´ on en el equilibrio debemos identificar la funci´ on Ω ({na } . Introducci´ on a la f´ ısica estad´ ıstica: distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann Figura 5.1. {na }). α.

Para facilitar los c´ alculos supondremos que el recipiente es un cubo de lado L.8. L) y ∞ en otro caso.} 2mL2 Definimos las componentes del momento lineal de la part´ ıcula en unidades de kα = y su m´ odulo k = 2 α kα . para estimar el n´ umero de puntos contenidos en una regi´ on del espacio de momentos podemos dividir su volumen Ω por el de la celdilla b´ asica. Utilizando la aproximaci´ on descrita m´ as arriba tenemos 6π 1 Ω 4π L n= = 2 = 9π (π/L)2 (π/L) 2 28 http://alqua. Entonces. . . L . el n´ umero de estados podemos obtenerlo por la cuenta de la vieja y es 22. 2 . Ahora bien. Si consideramos la regi´ π 2 2 x. y V (r) cero para rα ∈ (0. El hamiltoniano de este sistema es una suma de t´ erminos a un cuerpo N H= i=1 2 h (i) con h (r) = − 2m ∇2 + V (r). En FCI al estudiar este pozo 3D obtuvimos el siguiente espectro Enx . . formado por N part´ ıculas puntuales y distinguibles contenidas en un recipiente de volumen V y que no interaccionan entre s´ ı. En el interior de dicha celdilla no puede haber otro estado. . El gas ideal cl´ asico 5. como nα π nα = L (L/π ) En funci´ on de estas cantidades las energ´ ıas son 2 Ekx . . y/kx + ky ≤ 6 L .5. son estados permitidos ya que el momento se encuentra cu´ antizado. s´ olo los puntos con kα ∈ L .8.ky . Al tratarse de part´ ıculas puntuales solo existe energ´ ıa cin´ etica de translaci´ on.ny . La aproximaci´ on es mejor a medida que L (V ) crece ya que el volumen de la celdilla de reduce y su uni´ on recubrir´ a de forma m´ as perfecta la regi´ on Ω.nz = 2π2 2 2 n2 x + ny + nz . L . Veamos un ejemplo en 2D. π Ejemplo A cada punto le corresponde una celdilla de ´ area L on 2 . nα ∈ {1. Nos interesa determinar el n´ umero de estados que hay en un cierto regi´ on del espacio de momentos con volumen Ω. Observamos que π 3 cada estado (punto) permitido lleva asociado una peque˜ na celdilla de volumen L .kz = = 2 + k2 + k2 kx y z 2m 2 k2 2m Podemos considerar los estados de una part´ ıcula como puntos en el espacio 3 de moπ 2 π 3π mentos.org/libredoc/IFC2 139 . a´ unque las expresiones que obtendremos tienen validez cualquiera que sea la forma del recipiente. El gas ideal cl´ asico Sea un sistema aislado de su entorno.

b) Caso del ejemplo (2D). De la relaci´ on entre energ´ ıa y momento podemos despejar el m´ odulo de ´ este k (ε) = 2mε 2 Es evidente que los estados con energ´ ıa ε se sit´ uan sobre el primer octante de una esfera en el espacio de momentos cuyo radio viene dado por la expresi´ on anterior.5. Este ser´ a dΩ g (ε) dε = (π/L)3 donde 1 dΩ = 4πk 2 (ε) dk = 8 y. Para ello efectuamos la aproximaci´ on Z (β ) = a ga e−βεa → 0 ∞ dεg (ε) e−βε 140 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Y los estados con energ´ ıas en el intervalo (ε ε + δε) ocupan un octante de c´ ascara esf´ erica cuyo espesor es dk = d = m 2 2ε 2mε 2 dε Ahora estamos en disposici´ on de calcular el n´ umero de estados cuya energ´ ıa est´ a en el ´ intervalo anterior.7. Introducci´ on a la f´ ısica estad´ ıstica: distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann kz kx Ω ky kx πL ky Figura 5.1. El error cometido es relativamente importante pero a medida que L crece la celdillas b´ asicas se hacen m´ as peque˜ nas y por tanto la partici´ on que definen lo suficientemente fina coma para que recubre correltamente la regi´ on. as´ ı g (ε) dε = V m3 2π 4 6 1 2 π 2 m3 2 6 1 2 ε 2 dε 1 ε 2 dε 1 El conocimiento de la degeneraci´ on g (ε) dε nos permite calcular la fdp del sistema.1.: a) Situaci´ on general 3D.0 .

org/libredoc/IFC2 141 . El calor espec´ ıfico a volumen constante es CV = ∂E ∂T V y su valor es bien conocido experimentalmente para un gas ideal mono´ atomico 3 exp CV = nm R 2 donde R = 5.8. la relaci´ on entre β y la energ´ ıa del gas ideal se obtiene utilizando la f´ ormula E = −N y log Z (β ) = log V = log V de forma que E= 3N 2β m 2π 2 β m 2π 2 3 2 3 2 d (log Z (β )) dβ − 3 log β 2 As´ ı estamos en disposici´ on de realizar la conexi´ on con la Termolog´ ıa. N = NA 3 3N A E exp = mol RT = . Por tanto en un sistema a volumen constante la energ´ ıa ser´ a 3 E exp = nm RT 2 Comparando con la expresi´ on hallada por razonamientos estad´ ısticos tenemos para nm = 1 mol. 2 2β con lo cual β= 1 mol R NA T = 1 .5. kT http://alqua. El gas ideal cl´ asico de donde Z (β ) = V = V m3 2π 4 6 m 2π 2 β 3 2 ∞ 0 εe−βε dε Finalmente.19 × 1019 eV K −1 mol−1 se conoce como constante de los gases perfectos y nm es el n´ umero de moles de substancia.

1. dn (ε) representa el n´ umero de part´ ıculas que en el equilibrio poseen energ´ ıas comprendidas en el intervalo (ε. 5. donde E = escribirse como εa na . Entrop´ ıa y primer principio 1 Podr´ ıamos pensar que la relaci´ on β = kT es espec´ ıfica del gas ideal y que en otros sistemas m´ as complejos la relaci´ on sea diferente.5.0 .9. en dos t´ erminos: a volumen 5 Nuestros sistemas conservan N mientras no digamos lo contrario. un cambio infinitesimal de la energ´ ıa puede dE = d a na ε a εa dna + na dεa a = a expresi´ on completamente general ya que no depende de ninguna distribuci´ on en particular o. donde las energ´ ıas individuales se conservan corresponde a un proceso a volumen constante . N ).Tenemos separado dE .38 10 de Boltzmann.1. y el segundo est´ a asociado a un cambio en el volumen5 . ε + dε). El primer t´ ermino de dE . 142 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Para terminar esta secci´ on daremos la forma continua de la distribuci´ on de MaxwellBoltzmann para un gas ideal na = O sea N N ga e−βεa → dn (ε) = g (ε) e−βε dε Z Z dn (ε) = N V 2π 2 2 β m β π 3 2 1 3 2 V m3 2π 4 6 1 2 ε 2 e−βε dε 1 = 2πN = 2πN ε 2 e−βε dε 3 2 1 πkT ε 2 e− kT dε 1 ε Si las cantidades representan el n´ umero de part´ ıculas que en el equilibrio ocupan el nivel εa . de de si el sistema est´ a en equilibrio. al igual que en termolog´ ıa. Para convencernos de lo contrario intentaremos reproducir algunas relaciones termodin´ amicas muy generales utilizando esta expresi´ on y la definici´ on estad´ ıstica de entrop´ ıa.63 10−5 eV K −1 recibe el nombre de constante donde k = mol NA = 1. Un peque˜ no cambio en la energ´ ıa del sistema es (1er ppo de la Termodin´ amica) dE = δQ − dW = δQ − pdV En nuestro formalismo. Introducci´ on a la f´ ısica estad´ ıstica: distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann R −16 ergK −1 = 8. Insistamos una vez m´ as que las εa son funciones de (V.

5.9. Entrop´ ıa y primer principio constante y a volumen variable. Por lo tanto, hacemos la identificaci´ on δQ =
a

εa dna

dW

= pdV = −
a

na dεa

Es interesante observar que un trabajo realizado por el sistema se hace a costa de modificar la energ´ ıa interna modificando los niveles de energ´ ıa, mientras que la transferencia de calor se produce por reorganizaci´ on de las ocupaciones. Una vez expresado el ppo en nuestro lenguage, pasamos a estudiar la entrop´ ıa de un sistema de part´ ıculas distinguibles en equilibrio estad´ ıstico. En general S = k log Ω, y por tanto
na ga na !

S = k log N !
a

Utilizando Stirling S k
a

na log ga −
a

na log na + cte.

+ kN + k log N !,

S = −k
a

na log

na ga

En le equilibrio las ocupaciones vienen dadas por la distribuci´ on de Boltzmann, de manera que S = −k
a

neq log a

N εa − Z kT

,

= =

N 1 neq , a εa − kN log T Z E N − kN log , T Z

expresiones en las que hemos despreciado los t´ erminos constantes y hemos utilizado la 1 . Durante un proceso infinitesimal y reversible en el que en todo instante relaci´ on β = kT el sistema est´ a en equilbrio podemos trabajar con la expresi´ on precedente. As´ ı, el cambio de la entrop´ ıa ser´ a

http://alqua.org/libredoc/IFC2

143

5. Introducci´ on a la f´ ısica estad´ ıstica: distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann

S = dS =

E Z + kN log T N dE E dZ − 2 dE + kN T T Z ga e− kT
a
εa

dZ = d = dZ kN Z = = = 1 kT 2 1 T2 1 T2

ga εa e− kT dT −
a
εa N ga e− kT Z

εa

1 kT

ga e− kT dεa
a

εa

εa dT − 1 T

a

1 T

a

εa N ga e− kT Z

dεa

neq a εa
a

dT −

neq a dεa
a

dW E dT + T2 T dE E E dW − 2 dT + 2 dT + T T T dT dE = T dS − dW dS =

Reuniendo los distintos t´ erminos

Por lo tanto en un proceso reversible en el que no se realiza trabajo tenemos, dE = dQrev = T dS Obs´ ervese que para obtener la definici´ on termodin´ amica de la entrop´ ıa desde la definici´ on 1 estad´ ıstica de Boltzmann es esencial admitir que β = kT . S´ olo si esta relaci´ on es universalmente v´ alida podemos deducir una expresi´ on a partir de la otra.

5.10.
5.10.1.

Problemas
Enunciados

1. [A] Sea un sistema formado por 3 part´ ıculas que pueden ocupar dos niveles de energ´ ıa 1 y 2 cada uno con una degeneraci´ on g = 2. Enumere todos los microestados correspondientes a la distribuci´ on n1 = 1, n2 = 2 seg´ un que a) las part´ ıculas sean distinguibles o b) indistinguibles. 2. [A] Un sistema consta de N=4000 part´ ıculas que pueden ocupar uno de los tres niveles de energ´ ıa siguientes: ε1 = 0, ε2 = ε, ε3 = 2ε Todos ellos poseen la misma degeneraci´ on.

144

Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica - 1.1.0

5.10. Problemas a ) Compare la probabilidad de la partici´ on con n1 = 2000 n2 = 1700 n3 = 300 con la correspondiente a n1 = n1 + 1, n2 = n2 − 2, n3 = n3 + 1. b ) Deduzca las ocupaciones en el equilibrio. 3. [A] Un sistema est´ a formado por un n´ umero enorme de part´ ıculas distinguibles que pueden encontrarse en los siguientes niveles de energ´ ıa: εa = (i − 1)e, i = 1, 2, · · · a ) demuestre que la funci´ on de partici´ on del sistema es (ga = 1) Z= 1 1 − exp(−βe)

b ) obtenga la energ´ ıa media por part´ ıcula c ) estudie los l´ ımites de alta y baja temperatura. neq a d ) suponga que e = 0.1eV y calcule para T = 0 y T = 10K . N 4. [A] El momento magn´ etico de un ´ atomo que posee momento angular J viene dado por a) M = −gL µB

J.

b ) y su energ´ ıa de interacci´ on con un campo magn´ etico externo homog´ eneo y estacionario es c) E = −M · J = gL µB J · B = gL µB Bm, m = −j, −(j − 1), · · · , j

d ) a) Obtenga la funci´ on de partici´ on de un sistema constituido por un n´ umero N de estos ´ atomos en interacci´ on con un campo magn´ etico externo. b) Deduzca las ocupaciones en el equilibrio. 5. [A] Calcule la entrop´ ıa de un gas ideal mono´ atomico en equilibrio. 6. [A] Un recipiente de volumen 2V est´ a dividido en dos partes iguales mediante una pared de quita y pon. Inicialmente N ´ atomos se encuentran en la primera mitad en una situaci´ on de equilibrio a la temperatura T . Se quita la pared y, en un breve lapso de tiempo, el gas inunda todo el recipiente y alcanza nuevamente el equilibrio.

http://alqua.org/libredoc/IFC2

145

5. Introducci´ on a la f´ ısica estad´ ıstica: distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann a ) Calcule el cambio de entrop´ ıa. b ) Exprese el resultado anterior en t´ erminos de probabilidades. 7. [A] Deduzca la distribuci´ on de velocidades de Maxwell a partir de la distribuci´ on de MB. 8. [A] Deduzca las expresiones de la velocidad m´ as probable, media y cuadr´ atica media de las part´ ıculas que forman un gas ideal cl´ asico. 9. [A] Obtenga el n´ umero de part´ ıculas de una gas ideal cuya velocidad tiene componentes comprendidas entre vx y vx + dvx , vy y vy + dvy vz y vz + dvz . 10. [A] Deduzca la expresi´ on de la distribuci´ on marginal asociada a la componente vx . 11. [A] Demuestre que la ecuaci´ on de estado de un gas ideal viene dada por P V = kN T .

5.10.2.

Algunas soluciones

Problema 3 Esencialmente, esto es un oscilador arm´ onico (niveles de energ´ ıa equiespaciados). 1. Demuestre que si las degeneraciones de los niveles son todas = 1 la funci´ on de partici´ on del sistema es 1 Z (β ) = 1 − e−βe Tenemos e−βεa
a

Z = = =

e−β (i−1)e e−βe
i−1 2

= 1 − e−βe + e−βe = 1 1 − e−βe

+ ...

2. Obtenga la energ´ ıa media por part´ ıcula ε = E 1 = N N
dZ dβ

N d Z Z dβ

= − =

Z e βe e −1

146

Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica - 1.1.0

seg´ un la distribuci´ on de Maxwell.. 4. La funci´ on de partici´ on tiene siempre la expresi´ on j ga −βεa e Z 1 − e−βe e−β (i−1)e 1 − e− kT e i−1 e− kT e Z = m=−j j e−βε(m) = m=−j j e−βgL µB m = m=−j e−xm = . Calcule la relaci´ on de las ocupaciones en el equilibrio neq a N = = = Problema 4 1.5. para un campo razonable T0 = 10−4 eV 10−4 eV K −1 1K 1 con gL = 1 y suponiendo que el nivel fundamental con j = 2 se desdobla en dos al 1 aplicar el campo magn´ etico en dos subniveles. En el l´ ımite de temperaturas muy bajas la energ´ ıa media por part´ ıcula es muy baja. lo que quiere decir que todos los niveles del sistema tienen una cierta ocupaci´ on. b ) T → ∞. ∞. Las ocupaciones del estado con proyecci´ on m en el equilibrio. El denominador es del orden. Problemas 3.. http://alqua.10. lo que quiere decir que s´ olo el primer nivel de energ´ ıa tiene una ocupaci´ on significativa. con m = ± 2 separados por 10−4 eV . La energ´ ıa media por part´ ıcula tiende a ∞.org/libredoc/IFC2 147 . Estudie el l´ ımite en que e kT → 0. = con lo que Z= sinh j+ 1 2 B gL µB kT sinh 1 B 2 gL µB kT 2. son N −βε neq ge m = Z B Como µB tiene dimensiones de temperatura podemos usarlo como unidad de k temperatura. a ) T → 0.

Si. Introducci´ on a la f´ ısica estad´ ıstica: distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann Problema 5 Entrop´ ıa de un gas ideal monoat´ omico 3 E = kN T 2 de donde E 3 = kN T 2 Z=V la entrop´ ıa ser´ a Seq = 3 kN + kN log 2 V N mkT 2π 2 3 2 3 2 m 2π 2 β 3 2 =V mkT 2π 2 3 2 3 mk = kN + kN log 2 2π 2 V 3 = S0 + kN log T2 N + kN log V 3 T2 N Imaginemos una caja dividida en dos partes iguales por una pared que se puede quitar.0 .1. Si S1 = kN log S2 = kN log se tiene ∆S = kN log 2 y mayor.5.1. La probabilidad del segundo macroestado es mucho kN = kN d (log Z ) = = E dW dT + 2 T T E P dT + dV T2 T 148 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . teniendo todas las mol´ eculas en un lado de la caja retiramos la pared. la temperatura y la energ´ ıa interna se mantendr´ an invariadas (recordemos que se trata de un gas ideal). El incremento de entrop´ ıa. sin embargo es muy grande. Problema 11 Hemos visto que dZ Z P2 P1 V 3 T2 N 2V 3 T2 N = 2N .

5.10. sin hacer las monstruosas integrales de la Teor´ ıa Cin´ etica P = kN T Z = log Z = P = = y P V = kN T .org/libredoc/IFC2 149 . a temperatura constante kN T d (log Z )T = P dV con lo que ∂ (log Z )T ∂V y. mkT 2 V 2π 2 log V + f (T ) ∂ kN T (log V + f (T ))T ∂V kN T V 3 http://alqua. Problemas y. por tanto.

0 .1.5.1. Introducci´ on a la f´ ısica estad´ ıstica: distribuci´ on de Maxwell-Boltzmann 150 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .

. en caso contrario. lo cual violar´ ıa el principio de exclusi´ on. Para empezar no podemos etiquetar las part´ ıculas. Bajo estas hip´ otesis cada part´ ıcula puede ocupar unos niveles de energ´ ıa {εa .2. .. Tambi´ en se ve enormemente n afectado el proceso de distribuci´ on de esa peque˜ na fracci´ on de part´ ıculas en los g estados que forman un nivel degenerado.1. Las ocupaciones de los mismos deben cumplir que na ≤ ga . protones. El reparto de esos fermiones en los estados del nivel i-´ esimo (uno por estado a lo sumo) se efectua seleccionando na estados de los ga que forman el nivel. 6. Sea {na }una distribuci´ on de part´ ıculas sujeta a las dos ligaduras N E = = a na a εa que garantizan el aislamiento del sistema. Recordemos que en el caso de part´ ıculas N distinguibles tenemos formas diferentes de hacerlo. ga } . A este respecto ser´ a de utilidad recordar que aunque las part´ ıculas sean indistinguibles.) en el interior de una cavidad de volumen V que impide cualquier intercambio de energ´ ıa o part´ ıculas con el entorno. Tal como se afirma en la introducci´ on s´ olo existe una manera distinguible de esgoger na ≤ ga fermiones de los N que forman el sistema. Indistinguibilidad y estad´ ıstica La indistinguibilidad de las part´ ıculas id´ enticas es una propiedad de los objetos cu´ anticos dif´ ıcilmente comprensible desde el punto de vista cl´ asico. Admitiremos que los fermiones del sistema no interaccionan entre s´ ı y que. 2. Distribuci´ on de Fermi-Dirac Consideremos un sistema de N fermiones id´ enticos (electrones.6. Todo ello afecta de manera radical a la dependencia de la funci´ on de volumen Ω en las ocupaciones. En caso contrario tendr´ ıamos al menos dos part´ ıculas en un mismo estado. lo que conduce a que solo podamos seleccionar de una forma distinguible una peque˜ na cantidad n de part´ ıculas del total N . la ocupaci´ on de un nivel no puede exceder su degeneraci´ on. a ∈ {0. los estados son perfectamente diferenciables por medio de sus n´ umeros cu´ anticos (la proyecci´ on del momento angular pej) Adem´ as cuando se trata de fermiones. Esta selecci´ on pueda hacerse de 151 . cada part´ ıcula siente una interacci´ on promedio que depende de sus coordenadas y no de las coordenadas de las restantes part´ ıculas. Conduce de forma natural al principio o postulado de (anti)simetrizaci´ on de la fdo y al principio de exclusi´ on de Pauli en el caso de los fermiones. · · · }. 1. Estad´ ısticas Cu´ anticas 6.

Como en un sistema macrosc´ opico las ocupaciones satisfacen que na 1. podemos usar la aproximaci´ on de Stirling de manera que log Ω = a (ga log ga − na log na − (ga − na ) log (ga − na )) y tratar los n´ umeros de ocupaci´ on como variables continuas.0 . Por u ´ltimo ∂Φ =0 ∂nb conduce a las ocupaciones en el equilibrio. En el m´ aximo de Φ obtendremos ∂Φ = 0 ∂α ∂Φ = 0 ∂β que conducen respectivamente a la conservaci´ on del n´ umero total de part´ ıculas y de la energ´ ıa. a na ! N! El equilibrio viene caracterizado por aquella distribuci´ on que maximiza la funci´ on precedente.1. Para ello introducimos la funci´ on auxiliar Φ ({na } . α. entonces Ω na ga 1 MB = σ . Utilizaremos el m´ etodo de los multiplicadores de Lagrange para garantizar que se satisfagan las dos restricciones. Es decir. tenemos Ω ({na }) = a ga na ga ! na ! (ga − na )! = a Un hecho interesante es que si na ga (l´ ımite de densidades bajas). Se cumple que eq − log neq + 1 − α − βεb = 0 b − 1 + log gb − nb gb − neq b log neq b = α + βεb 152 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Estad´ ısticas Cu´ anticas ga na formas distintas. β ) = log Ω + α N − a na +β E− a na ε a log σ = log a ga ! na ! (ga − na )! = a (log (ga !) − log (na !) − log ((ga − na )!)) donde hemos utilizado la funci´ on log (Ω) en vez de Ω por simplicidad. la estad´ ıstica de FD se confunde con la de MB.6. Cuando consideramos todo el espectro.1.

As´ ı: neq a = ga eβ (εa −µ) + 1 A partir de la conservaci´ on del n´ umero total de fermiones N= a ga β ( ε − e a µ) +1 podemos relacionar µ con β. En esta estad´ ıstica α tiene una gran importancia..1. especialmente a temperatura cero. como α = −βµ. Distribuci´ on de Fermi-Dirac de donde neq b = gb α + βε b e +1 Esta ley para las ocupaciones en el equilibrio {neq on (estaa } se conoce como distribuci´ d´ ıstica) de Fermi-Dirac (esFD). los valores de α y β se obtienen a partir de los valores de la energ´ ıa total y del n´ umero de part´ ıculas. Si existiese un nivel εa = µ(0).. De forma an´ aloga a la esMB.2.2. Estudiemos el l´ ımite cuando T → 0. y salvo en ciertos l´ ımites no se puede obtener de manera anal´ ıtica. La forma concreta de esta funci´ on es compleja. la situaci´ on se simplifica bastante. Cuando εa > µ (0) tenemos l´ ımT →0 neq a = 0.) → 0 T → 0 y en consecuencia l´ ımT →0 neq a = ga . aunque al ser constantes los dos u ´ltimos. Cuando εa < µ (0) el exponente es una cantidad negativa por lo que e(. No es muy complicado demostrar que β = en los problemas).6. entonces l´ ımT →0 neq a = ga /2.org/libredoc/IFC2 153 . Por lo tanto escribimos simplemente µ = µ (β ). De la relaci´ on E= a ε a ga β ( ε −µ) + a e 1 1 kT ( se obtiene β = β (E ). A temperatura cero. sin embargo. Normalmente se escribe en funci´ on de un nuevo par´ ametro µ (llamado potencial qu´ ımico y con dimensiones de energ´ ıa). Distribuci´ on de FD a T = 0 Debido a la dependencia en el potencial qu´ ımico es dif´ ıcil trabajar con esta distribuci´ on. no se suele considerar la dependencia en los mismos. N y V 1 . de hecho lo haremos 6. Por tanto l´ ım neq ım a = l´ ga = e(εa −µ(0))/kT + 1 ga εa < µ(0) 0 εa > µ(0) T →0 1 T →0 La dependencia en el volumen de la vasija se encuentra en los niveles de energ´ ıa http://alqua.

6. La degeneraci´ on de un nivel de energ´ ıa ε de la part´ ıcula en la caja c´ ubica de volumen V ser´ a la misma que en la esMB: g (ε) dε = gs V m3 2π 4 6 1 2 ε 2 dε 1 donde hemos a˜ nadido la degeneraci´ on de esp´ ın.: Aspecto de la distribuci´ on de equilibrio T = 0. sin especificar el tipo de part´ ıcula o c´ ual es el sistema. Por lo tanto. Puede tratarse del gas de (cuasi)libres en un s´ olido o que forma parte del plasma de una enana blanca. Como los fermiones son part´ ıculas de esp´ ın semientero. ε > ε F 154 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1. esencialmente a T = 0. y la curva a trazos a T 1. En estas circunstancias se dice que el sistema est´ a degenerado. ε < εF 1 0.3. para los electrones tenemos dos proyecciones de esp´ ın posibles con lo cual gs = 2. que marca una diferencia de comportamiento notable de las ocupaciones de los niveles del sistema.1. gs = 2s + 1. Si la energ´ ıa es inferior a εF la ocupaci´ on coincide con la degeneraci´ on ga .0 . neq a ga en funci´ on de εa . A energ´ ıas por encima del nivel de Fermi.1. las ocupaciones son estrictamente cero.6. Estad´ ısticas Cu´ anticas (http://fig. En concreto. El escal´ on corresponde a Constatamos que hay una energ´ ıa umbral εF = µ (0). llamada energ´ ıa de Fermi. etc.alqua. El gas ideal en la esFD Esta secci´ on esta dedicada a obtener algunas de las expresiones generales que caracterizan un gas ideal de fermiones. mientras que a temperaturas ligeramente superiores se produce un suavizamiento de la misma. gs = impar. El n´ umero de part´ ıculas en el nivel en cuesti´ on es en general dn (ε) = gs V m3 2π 4 6 1 2 ε 2 dε e(εa −µ)/kT + 1 1 y a T = 0 donde el denominador es la unidad para ε < εF dn (ε) = gs V m3 2π 4 6 1 2 ε 2 dε. todas las part´ ıculas que forman el sistema se encuentran ocupando los niveles que se encuentran por debajo del nivel de Fermi. A temperatura T = 0 la representaci´ on gr´ afica de la (esFD) es la de la funci´ on escal´ on.org) Figura 6.

2. Como los fermiones no pueden apilarse en un mismo estado a medida que a˜ nadimos m´ as part´ ıculas.6.: dn dε en funci´ on de ε. = gs V = 2 gs V 3 ε 2 dε. 1 y despejando εF εF = 3 N 2 gs V 2 m3 2π 4 6 2 3 −1 2 2 3 = 2m 6π 2 N gs V El nivel de Fermi es inversamente proporcional a la masa de la part´ ıcula. El gas ideal en la esFD F Figura 6.3. A medida que la part´ ıcula se hace m´ as masiva se mueve m´ as lentamente y su energ´ ıa cin´ etica se reduce. Por el contrario. m3 2π 4 6 m3 2π 4 6 1 2 εF 0 1 2 3 2 εF .2 Partiendo de la siguiente expresi´ on para N es posible calcular εF ∞ N = 0 dn (ε) .org/libredoc/IFC2 155 . La representaci´ on gr´ afica del n´ umero de part´ ıculas por intervalo unidad de energ´ ıa es la que se muestra en la figura 6. crece con la densidad n = N/V a la potencia 2/3 lo cual es consecuencia directa del ppo de exclusi´ on. ´ estas deben ocupar niveles de http://alqua.

La energ´ ıa interna es ∞ E = 0 εdn (ε) m3 2π 4 6 m3 2π 4 6 1 2 εF 0 1 2 5 2 εF 1 2 = gs V = = 2gs V 5 3 5 εε 2 dε 1 2 gs V 3 m3 2π 4 6 3 2 εF εF Dicho de otro modo (y siempre a T = 0) 3 3 E = N εF → ε = εF 5 5 Temperatura peque˜ na pero no nula Cuando T arriba son 1 puede demostrarse que las correciones a las expresiones obtenidas m´ as π2 12 1+ 2 µ (T ) = εF E = 1− kT εF 5π 2 12 + . Seg´ un el resultado anterior 156 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Estad´ ısticas Cu´ anticas mayor energ´ ıa.6.0 .1.. Las expresiones anteriores forman parte de un desarrollo en serie y para poder guardar solo los dos primeros t´ erminos..1. podemos utilizar estas expresiones para estudiar un gas ideal a temperatura ambiente. debe cumplirse que kT 1. y dado que k ∼ 10 eV K concluimos que T 10 K . Como la temperatura ambiente es del orden de 102 K. de practicamente cualquier s´ olido. en general.. se aproxima a un valor constante 3R para temperaturas superiores a la ´ llamada temperatura de Debye.. es del orden de 10 K . En particular el calor espec´ ıfico a volumen constante viene dado por CV = = ∂E ∂T π2 kN 2 V kT εF De acuerdo con la ley de Dulong y Petit el calor espec´ ıfico molar. Esta es una propiedad caracter´ ıstica de cada substancia 2 y. En un gas de electrones εF libres en un metal. kT εF 2 3 N εF 5 + . εF ∼ 1eV lo que implica que para poder utilizar dichas f´ ormulas kT − 4 − 1 4 1eV .

3. que establecen que la interacci´ on es de corto alcance y depende de 3 2 la distancia el esp´ ın ya que existen t´ erminos como el esp´ ın–´ orbita y el tensor que depende la orientaci´ on relativa de los espines respecto a la l´ ınea que une los nucleones. un n´ ucleo ocupa una regi´ on cuyo tama˜ no es del orden del 1 fermi 10−6 nm . Protones y neutrones son fermiones de esp´ ın s = 2 . este modelo permite explicar.3. A priori. debido a la extraordinaria intensidad y variaci´ on violenta de las fuerzas nucleares esperamos que las propiedades m´ as importantes del n´ ucleo sean muy distintas a las de un gas ideal de fermiones. Las fuerzas que ligan los nucleones son extraordinariamente fuertes y violentas. Como consecuencia del balance entre su energ´ ıa cin´ etica y la potencial.6. Por otro lado no depende de la carga (para una misma configuraci´ on orbital y de esp´ ın la interacci´ on entre los dos nucleones no depende de su carga). Su masa no es id´ entica porque su estructura interna formada por quarks no es la misma. http://alqua. pasando de ser atractiva a pocos f m a muy repulsiva para distancias inferiores a 1f m. Observamos su variaci´ on violenta. Sin embargo.3. El gas ideal en la esFD r (fm) Figura 6. Su forma es bastante compleja y no se conoce con gran exactitud4 . El n´ ucleo como un gas ideal de Fermi Vamos a introducir el n´ ucleo como un sistema formado por Z protones y N neutrones 2 (Z + N = A nucleones ) en interacci´ on fuerte.org/libredoc/IFC2 157 . 6. Hoy el n´ umero m´ asico A est´ a comprendido entre 1 y aproximadamente 280. Se sabe relativamente poco de la interacci´ on nuclear a baja energ´ ıa. aunque sea cualitativamente.: Comportamiento radial de las fuerzas fuertes para una parte radial sim´ etrica y una parte de esp´ ın sim´ etrica (pueden tenerlo sim´ etrico porque no son part´ ıculas id´ enticas).1. π2 CV CV = = mol R kNA 2 kT F 3 Esto significa que la contribuci´ on de los electrones (cuasi)libres al calor espec´ ıfico de un metal es practicamente nula y que ´ este se debe casi completamente a las oscilaciones colectivas de los iones de la red cristalina. La carga del prot´ on es qp = +e y la del neutr´ on es qn = 0. a´ unque existen modelos fenomenol´ ogicos. masa muy similar3 y aproximadamente igual a 1GeV . 4 la fuerza entre nucleones es a la fuerza entre quarks y gluones lo que la de VdW entre dos ´ atomos es a la electromagn´ etica entre n´ ucleos y electrones.

0 . estacionario y atractivo). Se observa que el tama˜ no del n´ ucleo crece de forma r´ apida con el n´ umero de part´ ıculas5 A T = 0 los fermiones de un gas ideal se encuentran apilados en los niveles de menor energ´ ıa. su volumen es V= y emp´ ıricamente se sabe que R = r0 A 3 1 4π 3 R . Vamos pues a considerar el n´ ucleo como un sistema formado por dos gases de Fermi. por lo que esta imagen sirve efectivamente para describir el estado fundamental. en un recipiente de volumen V en cuyo interior cada part´ ıcula siente un potencial V0 < 0 (homog´ eneo. M´ as adelante necesitaremos la relaci´ on que existe entre el tama˜ no del n´ ucleo y el n´ umero de nucleones que lo forman. uno de protones y otro de neutrones.6. Es decir el radio de los distintos niveles nl disminuye con Z . En los l´ ımites de la regi´ on que ocupa el n´ ucleo el potencial se hace infinito. lo que simula el efecto de las paredes. En nuestro modelo dicha energ´ ıa es suma de la de los gases de protones y neutrones. 158 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . lo cual es cierto para el estado fundamental de buena parte de los n´ ucleos.1. Si admitimos que tiene forma esf´ erica. Este potencial simula de forma promediada la interacci´ on entre los nucleones.2f m.1. La raz´ on de esta coincidencia se debe de nuevo al ppo de exclusi´ on de Pauli. Teniendo en cuenta que εp F εn F podemos escribir Eb = Ep + En 3 3 p ZεF + N εn + AV0 = 5 5 F 3 2 = AV0 + 10m 3 2 = AV0 + 10m 5 2 = = 2m 2 3π 3π 2Z 2 3 V 2N 2 3 2m V 3π 2 V 9π 4 5 2 2 3 2 3 Z3 +N3 1 Z3 +N3 2 2 r0 A3 5 5 5 5 = AV0 + ξ 5 Z3 +N3 A3 Por el contrario el ´ atomo es un sistema que a medida que se le a˜ naden part´ ıculas crece hacia adentro. Estad´ ısticas Cu´ anticas algunas de dichas propiedades. La energ´ ıa del estado fundamental se denomina energ´ ıa de ligadura Eb ya que es exactamente la cantidad de energ´ ıa que hay que proporcionar al n´ ucleo para descomponerlo en A part´ ıculas libres. 3 con r0 1.

para buena parte de los n´ ucleos que se conocen se sabe que Podemos pues intentar un desarrollo en serie6 D 1± A As´ ı 5 3 D A 1. a4 = 24M eV y a5 = 34M eV . Como la interacci´ on nuclear es de corto alcance.3. Por homogeneidad del espacio e isotrop´ ıa de las fuerzas nucleares sabemos que si esto existiera deber´ ıa tener densidad constante. Hay que utilizar que r0 = c = 2 mc = 1. δ = 0 para N par y Z impar (o al rev´ para N.2f m 197 f m M eV 103 M eV Comparemos ahora este resultado con el experimento. Utilizando el modelo del gas ideal hemos sido capaces de deducir la forma de dos de los cinco t´ erminos de la f´ ormula. a3 = 1M eV . 1. Weisz¨ acker propuso una f´ ormula emp´ ırica que da la energ´ ıa del estado fundamental del n´ ucleo. Eb = −a1 A + a2 A 3 + a3 Z 2 A− 3 + a4 (N − Z )2 A−1 + δ es) y δ = a5 A− 4 con δ = −a5 A− 4 para N. Para entender las razones de este ´ exito parcial es necesario comprender el significado de los mismos. =1± 5D 5 + 3A 9 D A 2 + .. . a2 = 18M eV . Los coeficientes toman los valores a1 = 16M eV . Pensemos en un pedazo de materia nuclear (un objeto infinito en el que no hay interacci´ on de Coulomb. . Z impar. 2 2 5 (N − Z ) 2 E b = V 0 + 2− 3 ξ A + 2− 3 ξ 9 A Ejercicio Calcular ξ .. El gas ideal en la esFD Introduciendo la variable D = N − Z tenemos que N = A 2 A 2 D A D 1− A 1+ Z = de manera que la energ´ ıa total es Eb = AV0 + ξ 2 5 −3 A D 1+ A 5 3 D + 1− A 5 3 Ahora bien.6. Z pares. 2 http://alqua.org/libredoc/IFC2 159 .V. T´ ermino de volumen. Soluci´ on: ξ 30M eV . s´ olo fuerte). Hacia 1935 C. cada 6 3 3 2 1 (1 + x)n = 1 + nx + 1 n(n − 1)x2 + .

Esta depende de R2 . bien en el interior.5. Ahora bien: materia nuclear es un sistema ficticio ya que hasta una estrella de neutrones es finita y posee una superficie. En el modelo propuesto supusimos que cualquier nucle´ on. Un ejemplo t´ ıpico es el del oscilador arm´ onico. bien en la superficie del n´ ucleo est´ a sometido a un potencial constante V0 .: Potencial corrector para encontrar el t´ ermino de superficie.1.6. Utilizando el argumento del punto 1 vemos que la energ´ ıa con la que est´ an ligados al n´ ucleo debe ser menor. es proporcional al n´ umero de part´ ıculas A. que a su vez es (experimentalmente) 2 proporcional a A 3 .4. Estad´ ısticas Cu´ anticas Figura 6. nucle´ on s´ olo ve la influencia de sus primeros vecinos. Por ello debemos a˜ nadir un t´ ermino positivo (que disminuye la energ´ ıa del n´ ucleo) y proporcional a a la ´ superficie del n´ ucleo. 2. y no interacciona con los que se encuentran m´ as lejos. 160 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Cada nucle´ on sentir´ a una energ´ ıa de interacci´ on debido a los npv primeros vecinos T + V npv La energ´ ıa de un pedazo con A nucleones es T + V npv A es decir.0 . Para simular este efecto de superficie deberemos usar un potencial como el de la figura (aunque es posible que al ser m´ as complicado se pierda la analiticidad).1.: Materia nuclear. T´ ermino de superficie. Los nucleones situados en o cerca de la superficie poseen un n´ umero de vecinos inferior que el que poseen los del interior. 0 Figura 6. Eso viene representado por una circunferencia en la figura.

T´ ermino de simetr´ ıa. Esto es debido a que si pasamos de un n´ ucleo con N = Z a otro vecino transformando protones en neutrones.org/libredoc/IFC2 161 . Es la energ´ ıa de Coulomb de una esfera uniformemente cargada. ya que los inferiores se encuentran todos ocupados. http://alqua. Las part´ ıculas se representan por aspas y las energ´ ıas de los niveles de la caja π2 2 2 2 . De una figura a otra perdemos energ´ ıa de ligadura (el n´ ucleo se hace menos ligado) que podemos cuantificar como. ya que no hemos considerado en ning´ un momento la interacci´ on electrost´ atica entre los protones.6. nuestro modelo no consigue reproducirlo. El gas ideal en la esFD Figura 6. En la parte superior D = 0 mientras que en vienen dadas por ε = mL + n + n n 2 z y x la parte inferior tenemos D > 0 para A constante.: Representaci´ on esquem´ atica de los niveles de energ´ ıa de neutrones y protones en una caja. a aquel con D = 0. estos deber´ an situarse en niveles de energ´ ıa m´ as altos. En el modelo del gas ideal de Fermi este t´ ermino est´ a asociado exclusivamente al principio de exclusi´ on de Pauli. no puede surgir de un potencial estacionario y homog´ eneo V0 . claro est´ a. 4.3. 3. 5. Obviamente. T´ ermino de apareamiento. Proviene de la peculiar forma que tiene la parte de corto alcance de la interacci´ on nuclear y.6. dentro de los n´ ucleos con un mismo n´ umero m´ asico A. F ∆E = −nF p εF + np (εF + δε) = nF p δε > 0 La conclusi´ on es que que el ppo de exclusi´ on favorece.

sino tambi´ en la propia interacci´ on fuerte favorecen que N = Z . Los n´ ucleos lig´ eros (A peque˜ no) tienden a concentrarse sobre la recta N = Z . La discrepancia se justifica porque nosostros s´ olo hemos incluido la interacci´ on de forma indirecta a trav´ es del potencial constante V0 .4.) 6.8.org) Figura 6. Por lo que al segundo coeficiente se refiere.1. lo cual est´ a de acuerdo con nuestras predicciones. nuestro modelo predice que la energ´ ıa promedio de un nucle´ on es V0 −35M eV .: Par´ abolas de masa. Sistema de bosones: BE Sea un conjunto enorme de N 1 bosones id´ enticos que no interaccionan entre s´ ı o. a4 (T eor. Z . El diagrama de Segr´ e es una representaci´ on de los n´ ucleos conocidos en el plano N. lo que es aproximadamente correcto.) = 2− 3 ξ 10.: Diagrama de Segr´ e.org) Figura 6.: Valores predichos y experimentales (http://fig. tenemos 2 5 (Exp.1.7.alqua.5M eV. lo cual se debe a que no s´ olo el ppo de exclusi´ on de Pauli.1.0 . Estad´ ısticas Cu´ anticas experimento 16MeV 24MeV modelo 2 V0 + 2− 3 ξ 10.alqua.5MeV a1 a4 Cuadro 6. Por comparaci´ on con el valor experimental de a1 . cuyas interacciones pueden aproximarse por un potencial promedio que. a4 24M eV 9 Existe una fuerte discrepancia entre la teor´ ıa y el experimento. los n´ ucleos m´ as pesados se desv´ ıan hacia la zona con N > Z para contrarestar el efecto de la interacci´ on coulombiana que crece rapidamente con el n´ umero de protones. Por el contrario. cada part´ ıcula (http://fig. 162 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .6.

la distribuci´ on de estos n bosones en un nivel de energ´ ıa resulta m´ as complicada que en el caso de que fueran fermiones. ga 1 lo que nos autoriza a usar na como variable continua y aplicar la f´ ormula de Stirling. 2 donde ga es la degeneraci´ on del nivel en que distribuimos los bosones. lo que no corresponde a cambiar las ocupaciones..4.: Diagrama de bolitas. De modo que las formas de reparto diferentes son (na + ga − 1)! = na ! (ga − 1)! Y para el conjunto de niveles se tiene Ω ({na }) = a n a + ga − 1 na na + ga − 1 na Los pasos a seguir para encontrar la distribuci´ on de ocupaciones en el equilibrio son los habituales. Sistema de bosones: BE a−1 a Figura 6.6. Calculamos el logaritmo de la funci´ on anterior log Ω ({na }) = a (log (na + ga − 1)! − log na ! − log (ga − 1)!) y admitiremos que na . y las part´ ıculas. Al igual que en el caso de los fermiones. log x! = x log x − x para x 1. Todas las formas distinguibles de reparto las podemos conseguir construyendo todas permutaciones posibles de puntos y paredes. solo podemos seleccionar de una forma distinguible n de los N bosones. Un razonamiento directo da lugar a una expresi´ on muy complicada ga + ga (ga − 1) + ga (ga − 1) + ga ga − 1 + . Adem´ as se encuentran contenidas en una vasija de volumen V que no permite intercambios de energ´ ıa o materia con el entorno. por puntos.org/libredoc/IFC2 163 . Sin embargo. En total debemos tener ga − 1 separadores y na part´ ıculas. [Sanchez] siente debido a todas las dem´ as. Cambiar las ocupaciones corresponde a permutar barras y puntos simult´ aneamente.. de part´ ıculas entre s´ ı.9. Pero al hacer esto estamos incluyendo las permutas de dos o m´ as paredes entre s´ ı o. El postulado de simetrizaci´ on no impone restricci´ on alguna sobre los n´ umeros de ocupaci´ on cuando trabajamos con bosones lo cual influye notablemente en la determinaci´ on de Ω ({na }). Como la suma anterior es muy complicada procedemos de forma radicalmente distinta. La separaci´ on entre dos estados de un mismo nivel se caracteriza por una barra vertical.. As´ ı log Ω ({na }) (na + ga − 1) log (na + ga − 1) − na log na − (ga − 1) log (ga − 1) http://alqua.

β ) = log Ω + α N − a na +β E− a na ε a y derivamos. nBE a y para energ´ ıas altas (βεa B 1) la exponencial se hace casi cero y por tanto nM a nBE a . En cualquier caso. eq log neq b + gb − 1 − log nb − α − βεb = 0. Introducimos la funci´ on auxiliar Φ ({na } .6.0 . V ) β = Para α s´ olo existen expresiones anal´ ıticas sencillas en los l´ ımites de temperaturas muy altas o muy bajas. garantizan la conservaci´ on del n´ umero de part´ ıculas y de la energ´ ıa respectivamente. N. ∂nb deducimos la expresi´ on de las neq b . La peque˜ na diferencia es que la esBE favorece ligeramente las ocupaciones de niveles de menor energ´ ıa. Estad´ ısticas Cu´ anticas Hallamos el m´ aximo por el m´ etodo de Lagrange. el comportamiento es cualitativamente parecido al de la esMB. neq b + gb − 1 neq b y por tanto neq b = gb − 1 α + e βεb − = eα+βεb . no es necesariamente cierto en la esFD. α. el par´ ametro α debe satisfacer que α > min(βεa ). para que las ocupaciones de todos los niveles sean n´ umeros positivos. Procediendo como siempre encontramos 1 kT α = α (T. Las ocupaciones de los niveles de mayor energ´ ıa crecen con la temperatura. por ejemplo.1. 164 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Las dos ecuaciones ∂Φ ∂α ∂Φ ∂β = 0 = 0. En efecto. hecho que. En efecto para α y β iguales en las dos estad´ ısticas B nM a = 1 − e−α−βεa < 1. 1 Como las degeneraciones gb son muy grandes se suele aproximar gb − 1 gb Los dos par´ ametros de la distribuci´ on tienen valores en el equilibrio que se relacionan con las cantidades conservadas. De la tercera ∂Φ = 0.1. Si el nivel m´ as bajo posee energ´ ıa cero entonces α debe ser una cantidad positiva. Como puede observarse.

y a diferencia de otros gase ideales. no impodremos ligadura alguna sobre el n´ umero de part´ ıculas. Estas paredes adem´ as de absorber y reflejar la radiaci´ on incidente. No existe ning´ un cuerpo negro real en la naturaleza. Veremos m´ as adelante que en el equilibrio el n´ umero de fotones depende de T . Los cu´ antos de energ´ ıa asociados a dichas oscilaciones se llaman fonones. ε: distribuci´ on de BE para dos temperaturas T 1yT 1. 6. El cuerpo negro Como ejemplo de aplicaci´ on de la esBE estudiaremos el cuerpo negro.5. Las ocupaciones en el equilibrio son neq a = ga e εa kT −1 ya que cuando el n´ umero de part´ ıculas no se conserva α = 0.5. 7 Como ya sabemos los niveles de energ´ ıa at´ omicos est´ an cuantizados y. Se trata de un sistema ideal capaz de absorber toda la energ´ ıa que incide sobre ´ el. La energ´ ıa electromagn´ etica en la cavidad. por el orificio es R (T ) = σT 4 lo que permite deducir la densidad de energ´ ıa electromagn´ etica a esa temperatura dentro de la cavidad como 4σ 4 ρ (T ) = T c Los fotones son bosones (s = 1) y obedecen la esBE. es una cantidad conservada. Es un gas ideal ya que no hay interacci´ on entre los fotones. el intercambio de energ´ ıa con el campo se realizan de manera discreta. El cuerpo negro a a Figura 6. Por ello. Tambi´ en las oscilaciones de la red se hallan cuantizadas. La posibilidad de que parte de la radiaci´ on que entra por el orificio vuelva a salir por ´ el es muy peque˜ na si se satisfacen ciertas condiciones. La m´ as importante es que las paredes interiores de la cavidad tengan un poder absorbente grande.7 Trataremos el campo electromagn´ etico en el interior de la cavidad como un gas de fotones. emiten radiaci´ on. La red puede intercambiar energ´ ıa con el campo electromagn´ etico y tambi´ en cada ´ atomo individual mediante transiciones entre sus niveles at´ omicos.: na ga vs. Como se sabe desde 1889. Los intercambios de energ´ ıa entre el campo y la pared se producen mediante creaci´ on o destrucci´ on de fotones.10.org/libredoc/IFC2 165 . Los cu´ antos de energ´ ıa del campo se llaman fotones. por tanto. sin embargo. a´ unque una buena aproximaci´ on ser´ ıa una cavidad con un peque˜ no orificio en su pared. por unidad de superficie.6. http://alqua. Los a ´tomos de las mismas forma una red cristalina que oscila de modo colectivo. la potencia radiada.

dado que el fot´ on posee esp´ ın s = 1 ser´ ıa gs = 2s + 1 = 3. En principio.1. La fdo con proyecci´ on de esp´ ın 0 no satisface dicha ecuaci´ on . su funci´ on de onda debe anularse en las paredes. Nos preguntamos cu´ antos estados tienen energ´ ıa entre ε y dε (o bien. por lo que s´ olo puede tener proyecci´ on ±1. z L Lo que cambia radicalmente con respecto a casos anteriores es la relaci´ on entre la energ´ ıa 2 de la part´ ıcula y su momento. 166 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . La fdo que caracteriza a un fot´ on dentro de la cavidad8 es radicalmente diferente a la de una part´ ıcula no relativista con masa. g (ε) dε = gs = dΩ (E ) π 3 L 1 4πk 2 dk gs 8 π 3 L ε2 dε 2π 2 3 c3 Una segunda diferencia con el gas de part´ ıculas no relativistas es la degeneraci´ on de esp´ ın.0 . 1 El neutrino es una part´ ıcula de esp´ ın s = 1 que solo aparece en la naturaleza con proyecci´ on − 2 . lo que contrasta con el gas de MB (part´ 2 k2 m).1.6. nα ∈ N . ny . Por ello procedemos a transformar las expresiones de la esBe para un espectro continuo. α = x. Ahora bien. momento entre k y k + dk ): g (ε) dε. lo que s´ ı da lugar a la cuantizaci´ on del momento π k = (nx . Estad´ ısticas Cu´ anticas Dado que la cavidad tiene un tam˜ no macrosc´ opico los niveles de energ´ ıa que pueden ocupar los fotones forman casi un continuo. y.9 Este hecho est´ a relacionado con las dos polarizaciones transversales independientes de una onda plana. Y su 2 1 antipart´ ıcula solo existe con proyecci´ on 2 . Si k = kα ε = c |p| = c |k| = c k ıculas no relativistas de masa de donde k = εc . Por estas consideraciones obtenemos: g (ε) dε = V Y as´ ı las ocupaciones ser´ an dn (ε) = = 8 9 = gs V ε2 dε π 2 3 c3 g (ε) dε ε e kT − 1 V ε2 dε ε π 2 3 c3 e kT − 1 Por simplicidad suponemos una caja c´ ubica de lado L. que tiene una relaci´ on ε = 2m . Pero esto no es verdad debido a la forma que tiene la ecO relativista que satisface la fdo del fot´ on. nz ) .

Como ε = hν tenemos dn (ν ) = 8πV ν 2 dν . hν c3 e kT −1 expresi´ on conocida como la ley de Planck para la radiaci´ on del cuerpo negro. Adem´ as podemos calcular la energ´ ıa media que porta cada fot´ on ε = ρ (T ) n π2 = kT 5 2kT http://alqua. V dν 8πh ν 3 . T ) dν (kT )4 15 ( c)3 = aT 4 En cuanto al n´ umero de part´ ıculas por unidad de volumen n = = = = N V 1 V 8π c3 ∞ dn (ν ) 0 ∞ 0 ν 2 dν e kT − 1 hν 1 (kT )3 3 ( c)3 = bT 3 Dado que no hemos impuesto la conservaci´ on del n´ umero de part´ ıculas en la cavidad tenemos que interpretar este resultado como el n´ umero promedio de fotones que el sistema posee en equilibrio a la temperatura T.5. hν c3 e kT −1 resultado a partir del cual podemos obtener la densidad espectral de la radiaci´ on en la cavidad ρ (ν.6. El cuerpo negro Para relacionar esta expresi´ on con la obtenida en FCI reescribimos todo en t´ erminos de la frecuencia. La densidad de energ´ ıa electromagn´ etica se deduce de la f´ ormula anterior como ∞ ρ (T ) = = 0 π2 ρ (ν.org/libredoc/IFC2 167 . T ) = = hν dn (ν ) .

El principio de equipartici´ on de la energ´ ıa establece que la energ´ ıa media por grado 1 de libertad del sistema es 2 kT . Estad´ ısticas Cu´ anticas Figura 6.1.6. Es as´ ı como Rayleigh y Jeans obtuvieron una soluci´ on err´ onea para el conjunto del problema. L´ ımite de frecuencias alta En este caso hν kT → ∞ 8πh 3 − hν ν e kT c3 expresi´ on que se denomina ley de Wien y que fue obtenida admitiendo que las ocupaciones de los modos de oscilaci´ on del campo electromagn´ etico en la cavidad segu´ ıan la esMB. hν L´ ımite de frecuencia baja kT → 0 En este caso. En orden de aparici´ on: neq = ga e−α−βεb a ga neq = α+βεa a e +1 g − 1 a neq = α+βεa a e −1 168 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . sino una cantidad pr´ oxima a 2kT . Los dos grados de libertad que posee cada fot´ on son las dos proyecciones del esp´ ın o las dos polarizaciones independientes de una onda plana. menos los osciladores unidimensionales que llevan una energ´ ıa kT . T ) 8π kT ν 2 c3 a la que tambi´ en se llega en la teor´ ıa cl´ asica suponiendo que cada modo de oscilaci´ on a cada frecuencia ν lleva una energ´ ıa de kT . Cada fot´ on no lleva en 3 media una energ´ ıa 2 kT como las part´ ıculas puntuales no relativistas. T ) = 6.: Ley de Planck y las aproximaciones de Rayleigh y de Wien. desarrollando en serie la exponencial tenemos la siguiente f´ ormula ρ (ν. El l´ ımite cl´ asico de las estad´ ısticas cu´ anticas Aqu´ ı haremos una comparaci´ on de las tres estad´ ısticas.1.11.0 . ρ (ν.6.

El l´ ımite cl´ asico de las estad´ ısticas cu´ anticas y de forma unificada podemos escribirlas as´ ı εb ga + δ = eα+ kT na con δ valiendo 0 para MB. entonces ga +δ na ga = eα+βεa . las ocupaciones de los diferentes niveles son muy bajas. Ahora bien. sin embargo. Para un gas de part´ ıculas no relativistas con masa m a utilizamos la expresi´ on hallada en MB (puesto que es el u ´nico caso en que hemos deducido α). Desde un punto de vista formal la u ´nica posibilidad de que se de la condici´ on expuesta α ∀εa es que e sea un n´ umero muy grande. es de manera que las dos estad´ ısticas cu´ anticas se confunden con la esMB. es cuando las part´ ıcuals se encuentran. λ3 = λ3 n (V /N ) 1 http://alqua. Si se cumple que ∀εa decir. na ga na 1. suficientemente alejadas de manera que sus fdo no solapan (apreciablemente). con lo cual hemos deducido las condiciones en que se alcanza el l´ ımite cl´ asico de las dos estad´ ısticas cu´ anticas. Existen. el m´ as importante. unos pocos casos en los que este principio no se aplica y. podemos preguntarnos por qu´ e son precisamente esas.6. Que las ocupaciones sean peque˜ nas cualquiera que sea el nivel s´ olo se puede conseguir si el n´ umero total de part´ ıculas es muy peque˜ no. en media. que las propiedades del gas de fotones no tienden bajo ninguna circunstancia a las de un gas cl´ asico. Debemos recordar que la diferencia primordial entre la esMB y las esCU radica en la distinguibilidad de las part´ ıculas id´ enticas. o si la temperatura es muy elevada de manera que las part´ ıculas se distribuyen en un n´ umero enorme de niveles. lo que es falso en general.6. dos part´ ıculas estar´ an suficientemente alejadas si la raz´ on del volumen del paquete de ondas y el volumen medio atribu´ ıdo a cada part´ ıcula es muy peque˜ na. En la primera hemos tratado ´ estas como distinguibles. por ejemplo. −1 para FD y 1 para BE. eα 1 Se trata de un resultado muy interesante ya que nos permite predecir. Z V e = = N N α mkT 2π 2 3 2 1 = n mkT 2π 2 3 2 Reuslta obvio que la condici´ on eα 1 s´ olo se alcanza cuando la densidad de part´ ıculas es muy peque˜ na o la temperatura es muy elevada. Si llamamos λ a la longitud de onda del paquete de ondas asociado a una part´ ıcula.org/libredoc/IFC2 169 . n 1oT 1.

Obtenga la velocidad media de los electrones de un gas ideal cuya densidad es 22 −3 n= N V = 10 cm . ´ este es tan grande.7. de forma que podamos aproximar µ(T ) f.1.7. a ) Demuestre que la entrop´ ıa de un sistema aislado.6.1. formado por un N fermiones que no interaccionan entre s´ ı es S=k a ga ln 1 + e−α−β a + αkN + βkE Verifique que en un proceso reversible el cambio de entrop´ ıa es dS = kβ (dE + dW ) 170 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . 2π 2 2 mkT 1 6.1. Problemas Enunciados a ) Deduzca la distribuci´ on de velocidades para un sistema de fermiones a temperatura T muy baja. 6.0 . 2. 1. En efecto. en equilibrio y. que las fdo tampoco solapan. cuando crece la temperatura. el tama˜ no del paquete de ondas asociado a cada part´ ıcula se reduce y finalmente se hace muy peque˜ no comparado con el volumen medio por part´ ıcula. 3. b ) Calcule la velocidad media y la velocidad cuadr´ atica media. Estad´ ısticas Cu´ anticas Utilizando la f´ ormula de De Broglie: λ ∼ = = 2π |p| 2π √ 2mE 2π 2 2 mε on y substituyendo en la ecuaci´ on ε por ε ∼ kT llegamos a la condici´ n es decir n 1oT 1 Cuando se da alguna de estas condiciones el solapamiento de las fdo es muy peque˜ no y en consecuencia podemos tratar las part´ ıculas como distinguibles. Si la densidad es muy baja.

6.7. Problemas b ) Demuestre que β =
1 kT .

4. Repita el problema anterior para un sistema de part´ ıculas que obedece la estad´ ıstica de BE. 5.
∂E a ) Utilice la relaci´ on termodin´ amica P = − ∂V que ejerce un gas ideal es 2E P = 3V S

para demostrar que la presi´ on

b ) Deduzca nuevamente la ecuaci´ on de estado de un gas ideal cl´ asico. c ) Determine la presi´ on que ejerce un gas ideal de FD a T = 0. 6. Obtenga de forma breve y razonada las expresiones de las dos estad´ ısticas cu´ anticas para sistemas en los que el n´ umero de part´ ıculas no es constante (gas de fotones). Nota : En los problemas siguientes utilizaremos densidades de niveles, g ( ), por unidad de volumen. Datos : Γ(n) = (n − 1), ζ (3) =
π2 6 ,

ζ (4) =

π4 90

7. El neutrino ν y su antipart´ ıcula ν ˜ tienen masa nula (por tanto se mueven a la velocidad de la luz) y esp´ ın s = 1/2. En la explosi´ on de una supernova se producen, en un corto periodo de tiempo, numerosas reacciones en las que se generan y destruyen este tipo de part´ ıculas. Podemos asimilar la poblaci´ on de neutrinos a la radiaci´ on del cuerpo negro con la salvedad de su esp´ ın. a ) Obtenga la densidad de neutrinos en funci´ on de la temperatura. b ) Encuentre la densidad de energ´ ıa por unidad de volumen. c ) Suponga que 1) la supernova se encuentra a 1015 Km (1000 a˜ nos luz) 2) el radio y temperatura efectivos de la explosi´ on son 1000 Km y 106 K y que 3) todos los neutrinos se dispersan de manera is´ otropa. ¿Cu´ antos de ellos llegar´ an a la Tierra?. Datos : g ( )d =
2d ∞ 0

, π 2 ( c)3 k = 8 10
−5

xs−1 dx 1 = 1 − s−1 Γ(s)ζ (s) ex + 1 2

eV K, RT ierra = 6 103 Km

8. Deduzca la llamada ley del desplazamiento de Wien. λm T = cte

http://alqua.org/libredoc/IFC2

171

6. Estad´ ısticas Cu´ anticas 9. a ) Obtenga la densidad media de fotones por unidad de volumen que componen la radiaci´ on del cuerpo negro a una cierta temperatura. b ) Determine la densidad media de energ´ ıa por unidad de volumen a la misma temperatura. Utilice
0 ∞

xs−1 dx = Γ(s)ζ (s) ex − 1

10. Determine la ley que obedece la potencia total radiada, por unidad de ´ area, por un cuerpo negro.

6.7.2.

Algunas soluciones

Ejercicio 8 λm T = 0.3cmK Vamos a introducir una densidad espectral no en t´ erminos de ν sino de λ. ρ (λ, T ) dλ = −ρ (ν, T ) dν
dν c c de manera que d el signo − aparece porque ν = λ λ = − λ2 . Como las densidades se definen siempre sobre un intervalo positivo conviene hacer esto.

ρ (λ, T ) = −ρ (ν (λ) , T ) = = simplificando ρ (λ, T ) = definimos una nueva variable x =
hc λkT

dν dλ

8πh ν 3 hν c3 e kT −1
c c 8πh λ hc 3 c e λkT − 1 λ2 3

8πhc 1 hc λ5 e λkT

(como λ ∈ hc λkT
5

se tiene que x ∈

∗)

ρ (x, T ) = 8π = 8π

(kT )5 1 (hc)4 ex − 1

(kT )5 x5 (hc)4 ex − 1 x5 = a (T ) x e −1

172

Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica - 1.1.0

6.7. Problemas (http://fig.alqua.org)

Figura 6.12.: Dentro de una caja, ρ (T ). La energ´ ıa por unidad de tiempo y unidad de ´ area emitida en cualquier direcci´ on por un orificio es R (T ).

tenemos que derivar para encontrar el m´ aximo d x5 (ex − 1)−1 dx = 5x4 (ex − 1)−1 − x5 (ex − 1)−2 ex = 5x4 (ex − 1)−2 ex − 1 − = 0 para que esto se anule la u ´nica posibilidad razonable es que lo haga el u ´ltimo factor, lo que da pie a una ecuaci´ on trascendente que hay que resolver num´ ericamente 1 − e−x − de aqu´ ı obtenemos un xm x =0 5 xex 5

5. Deshaciendo el cambio λm T = hc kxm 0.3A × K

Ejercicio 10 ε es la energ´ ıa dn (ε) =

dn (ε, Ω)

Como no hay ninguna direcci´ on privilegiada, debemos suponer que dn (ε, Ω) = a (ε) dΩ la integral es entonces dn (ε) = a (ε)

dΩ = 4πa (ε)

de donde a (ε) =

dn(ε) 4π

y dn (ε, Ω) = dn (ε) dΩ 4π

http://alqua.org/libredoc/IFC2

173

6. Estad´ ısticas Cu´ anticas (http://fig.alqua.org)

Figura 6.13.: Planteamiento geom´ etrico.

vamos a introducir otra densidad de energ´ ıa, ya que la total ρ (T ) = 1 V

εdn (ε)
0

no nos sirve: necesitamos una nueva densidad: la de los que tienen por direcci´ on Ω ρ (Ω, T ) = 1 T

εdn (ε, Ω) =
0

1 4πV

εdn (ε) =
0

dΩ ρ (T ) 4π

Supongamos ahora un cilindro orientado seg´ un Ω, con normal n (Ω), ´ area transversal A = 1 y longitud c × 1s.¿Cu´ antas part´ ıculas hay dentro? ρ (Ω, T ) × Vcilindro = cρ (Ω, T ) todas estas part´ ıculas en esta direcci´ on transportan la misma energ´ ıa. Definimos una densidad de flujo de energ´ ıa S (Ω) = cρ (Ω, T ) n (Ω) Ahora queremos ver cu´ antas part´ ıculas atraviesan un A, pero no con direcci´ on estrictamente perpendicular, sino en cualquiera. La diferencia con antes es que tenemos un cilindro no recto, y su altura es ahora c cos α = c n · A. Entonces la energ´ ıa total por unidad de tiempo que atraviesa A es S (Ω) · A dΩ

no me interesa esa superficie, sino el orificio de nuestra caja (ver sistema de referencia en la figura), donde n (Ω) viene caracterizado por un par θ, φ. El orificio tiene por normal j. Entonces R (T ) =
Ω∗

S (Ω) · j dΩ =
Ω∗

cρ (Ω, T ) n (Ω) · j dΩ

(hemos puesto Ω∗ porque los ´ angulos ahora, para que las part´ ıculas sean salientes, no son todos, sino θ ∈ (0, π ) y φ ∈ (0, π )) en esf´ ericas, n= r = (sin θ cos φ, sin θ sin φ, cos θ) |r|

174

Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica - 1.1.0

Problemas de esto n · j = sin θ sin φ con lo que R (T ) = como cρ (T ) 4π 0 π π dφ 0 c dθ sin θ sin θ sin φ = ρ (T ) 4 3 c π2 ρ (T ) = 4 15 kT c c kT = aT 4 = σT 4 4 Ejercicio 9 La energ´ ıa total es la suma del n´ umero de part´ ıculas con una energ´ ıa dada multiplicado por esa energ´ ıa ∞ εdn (ε) = ET 0 Como E = ρ (T ) V = = = = = N =n = V con el cambio x = ε kT 1 V ∞ 0 dn (ε) 1 V ∞ εdn (ε) 0 ∞ 0 1 2 π ( c)3 1 (kT ) π 2 ( c)3 4 ε3 dε ε e kT − 1 x3 dx ex − 1 ∞ 0 1 (kT ) Γ (4) ξ (4) π 2 ( c)3 π2 15 = 1 3 kT c kT c 3 3 4 kT http://alqua.7.org/libredoc/IFC2 175 .6.

1.0 .1.6. Estad´ ısticas Cu´ anticas 176 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .

Si entre estos dos niveles se produce una transici´ on. El sistema pasa del nivel 2 al nivel 1 sin que nosotros hayamos hecho nada para provocarlo. que se dividen en inducidas y espont´ aneas.1. g1 = g2 . La velocidad con que ocurren 177 . La utilidad de la teor´ ıa fenomenol´ ogica de Einstein para las transiciones electromagn´ eticas deriva de que proporciona una expresi´ on para la probabilidad de las transiciones espont´ aneas en funci´ on de la probabilidad de las transiciones inducidas. Emisi´ on espont´ anea . Experimentalmente se observa que siempre ocurre del estado de mayor energ´ ıa al de menor energ´ ıa. escribiremos la energ´ ıa intercambiada con el campo como ω = E2 − E1 Como hemos dicho. 7. 1. es decir.1. identificando las transiciones imposibles. El estudio riguroso de las transiciones. 7. E1 < E2 . Transiciones electromagn´ eticas Lo que se pretende en este cap´ ıtulo es obtener la expresi´ on general para las probabilidades de transici´ on y saber cu´ al es el origen de las reglas de selecci´ on. En cuanto a las reglas de selecci´ on. Transiciones espont´ aneas e inducidas Se postula la existencia de tres tipos de transiciones. de modo que N = N1 + N2 . no lo vamos a hacer. la teor´ ıa de Einstein se erige en complemento imprescindible para una teor´ ıa completa de las transiciones electromagn´ eticas a un nivel elemental.7. son un conjunto de condiciones que permiten asignar probabilidad cero a las transiciones entre estados que no las satisfacen.1. Supondremos que tenemos un n´ umero enorme. 7. de modo que a cada energ´ ıa le asociamos un u ´nico estado y no una colecci´ on de ellos. Como utilizando la mec´ anica cu´ antica no relativista no se puede determinar m´ as que esta u ´ltima.1. vamos a considerar dos niveles de energ´ ıa no degenerados.2. N1 y N2 son las poblaciones respectivas por unidad de volumen de los N sistemas con niveles de energ´ ıa E1 y E2 . Teor´ ıa fenomenol´ ogica de las transiciones de Einstein Planteamiento Para simplificar al m´ aximo. acotan los estados accesibles a partir de uno dado. N ≈ NA por unidad de volumen de estos sistemas ficticios (´ atomos generalmente) con dos niveles.

Transiciones electromagn´ eticas estas transiciones la vamos a escribir como dN2 dt = −A21 N2 = −AN2 e→ Lo que Einstein postula es que la velocidad de disminuci´ on de la poblaci´ on es proporcional a la poblaci´ on restante. 7. Absorci´ on inducida .0 . 3. Emisi´ on inducida . 2. Entonces el coeficiente A se puede interpretar como una probabilidad por unidad de tiempo de que uno en concreto sufra una transici´ on de 2 a 1.1. Se postula que dN2 dt = B12 ρ (ω ) N1 i← de nuevo B12 ρ tiene el significado probabilista. que ser´ a caracterizado por una densidad de energ´ ıa por unidad de volumen e intervalo de frecuencia ρ (ω ).7. se producen los tres tipos de transici´ on simult´ aneamente.1. Tenemos que la poblaci´ on de sistemas en el estado 2 var´ ıa del siguiente modo: dN2 = −AN2 − B21 ρ (ω ) N2 + B12 ρ (ω ) N1 dt adem´ as N = N1 + N2 permite obtener inmediatamente dN1 dN2 =− dt dt Reescribimos nuestro resultado dN2 = −Pem N2 + Pab N1 dt utilizando las probabilidades por unidad de tiempo de emisi´ on y de absorci´ on. Einstein postula que la velocidad con la cual disminuye por este proceso particular la poblaci´ on del estado 2 es: dN2 dt = −B21 ρ (ω ) N2 i→ El producto B21 ρ se interpreta an´ alogamente a la cantidad A como la probabilidad de transici´ on por unidad de tiempo de que un sistema concreto pase del estado 2 al estado 1. y por tanto dimensiones [B21 ρ (ω )] = t− 1 . respectivamente Pem y Pab Pem = A + B21 ρ (ω ) Pab = B12 ρ (ω ) 178 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Uno de los sistemas pasa de 2 a 1 en presencia de un campo de radiaci´ on externo.1. Transiciones en presencia de un campo de radiaci´ on En presencia de radiaci´ on.3.

Dejamos que el sistema evolucione durante un tiempo suficientemente largo hasta que alcance el equilibrio caracterizado por dN1 dN2 = =0 dt dt Sobra decir que es un equilibrio din´ amico (transiciones compensadas): Pem N2 = Pab N1 de donde N2 B12 ρ (ω ) Pab = = Pem N1 A + B21 ρ (ω ) La estad´ ıstica de Maxwell-Boltzmann (esMB) establece que en el equilibrio el n´ umero de part´ ıculas que ocupa un nivel de energ´ ıa cualquiera del sistema es Ni ∝ gi e kT Ei donde gi es la degeneraci´ on y k = 1. Teor´ ıa fenomenol´ ogica de transiciones Vamos a intentar obtener relaciones entre los diversos coeficientes.3805 × 10−16 erg × K −1 = 8.1. A.org/libredoc/IFC2 179 . ω B12 πω 2 c3 ω ω Pab kT e −1 = e− kT = 2 ω Pem A + B21 πω 2 c3 ω −1 e kT 2 http://alqua. Para ello vamos a utilizar argumentos de F´ ısica Estad´ ıstica. donde 1 n (ω ) = ω e kT − 1 es el n´ umero medio de fotones por unidad de volumen.7. Gracias a la hip´ otesis podemos precisar el valor de la densidad espectral de energ´ ıa ρ (ω ) = ω2 n ¯ (ω ) ω π 2 c3 La densidad espectral de energ´ ıa en funci´ on de la temperatura y la frecuencia se muestra en la figura 7. B21 .6178 × 10−5 eV × K −1 es la constante de Boltzmann. modo de vibraci´ on y unidad de frecuencia a la temperatura T . en el que las degeneraciones son 1 E2 E −E ω N2 e− kT − 2kT 1 = = e− kT E1 = e N1 e− kT hemos expresado el cociente entre las poblaciones en funci´ on de magnitudes que conocemos: frecuencia de la transici´ on y temperatura a la que estamos trabajando. que es v´ alida muchas veces: el campo de radiaci´ on es equivalente al producido por un cuerpo negro. Aplicando esto a nuestro caso.1. Vamos a introducir una hip´ otesis adicional. B12 .

1. En b) se muestra para temperaturas del orden de 102 K . (N´ otese la diferencia tres ´ ordenes de magnitud para ρ entre una figura y otra). En a) se muestra la funci´ on para frecuencias en el visible (ω 3 × 1014 Hz ).5·10 r -21 1·10 -22 5·10 0 2·10 13 -21 400 350 300T 250 w 4·1013 6·10 200 13 (b) Figura 7.1.: ρ (ω. 180 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .0 . El grueso de la emisi´ on se produce en el infrarrojo.1.5·10 r -18 1·10 -19 5·10 0 2·10 14 -18 4000 3000 T 2000 w 4·1014 6·10 1000 14 (a) 2·10 -21 1. T ).7. Transiciones electromagn´ eticas 2·10 -18 1.

: Pem Pab (¯ n) para que esto sea cierto para toda frecuencia y toda temperatura se debe cumplir que B12 = B21 ω3 A = B12 π 2 c3 si los gi ≥ 1 la relaci´ on que se obtiene es g1 B12 = g2 B21 ω 3 g1 A = B12 π 2 c3 g2 Este resultado es interesante en la medida en que con la mec´ anica cu´ antica no relativista no podemos acceder a la determinaci´ on de A. que la energ´ ıa de los fotones en el campo de radiaci´ on sea http://alqua. pero s´ ı a la de los coeficientes B12 y B21 de la absorci´ on y emisi´ on inducida. La probabilidad de emisi´ on es suma de las probabilidades correspondientes a las emisiones espot´ aneas e inducidas.1. Pem = A + B12 ρ = Pab = Pem Pab = ω3 n ¯ B12 π 2 c3 1+n ¯ n ¯ ω3 (1 + n ¯ ) B21 π 2 c3 En la figura 7. Esto implica que el denominador de n ¯= e 1 ω kT 1 −1 sea muy peque˜ no. Para que las emisiones espont´ aneas sean despreciables frente a las inducidas se debe verificar n ¯ 1. Veamos cu´ al es la relaci´ on entre la probabilidad de emisis´ on por unidad de tiempo y la probabilidad de absorci´ on. Teor´ ıa fenomenol´ ogica de transiciones 10 8 6 4 2 2 4 6 8 10 Figura 7. es decir.2 se puede apreciar que la probabilidad de emisi´ on es muy superior a la de absorci´ on para intensidades del campo de radiaci´ on suficientemente bajas y que ambas tienden a igualarse seg´ un aumenta la intensidad del campo de radiaci´ on.7.2.org/libredoc/IFC2 181 .

1. i. f con Ef > Ei . 7. An´ alisis cu´ antico de los fen´ omenos de transici´ on Expresi´ on de la probabilidad de transici´ on Veamos hasta d´ onde podemos llegar combinando la ecuaci´ on de Schr¨ odinger. con energ´ ´ ıas y frecuencias del orden de ω ≈ 1eV ω ≈ 1015 Hz Sabiendo el valor de k en eV y utilizando una temperatura del orden de la ambiente. pero s´ ı las probabilidades de las inducidas. ωf i = f i .1. m´ as adelante en el curso. Transiciones electromagn´ eticas mucho menor que su energ´ ıa t´ ermica 1 .2. 182 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .7. con lo cual la f´ ormula fenomenol´ ogica de Einstein nos interesa mucho. Los niveles son no degenerados. H |i H |f = Ei |i = Ef |f escogemos |i . |f de modo que formen base ortonormal: i|f i|i f |f 1 = 0 = 1 = 1 Esta terminolog´ ıa encontrar´ a una justificaci´ on cuando se cuente con las herramientas de la F´ ısica Estad´ ıstica. T = 102 K se tiene ω ≈ 102 kT T ≈102 K Para una temperatura mucho m´ as grande 104 K se tiene ω kT ≈1 T ≈104 K Para un rango de temperaturas razonable y frecuencias en el ´ optico las transiciones espont´ aneas predominan sobre las inducidas.1. 7.2.0 . kT ω kT 1 Las transiciones del ´ optico que nos interesan se producen entre los primeros niveles del atomo de H. por lo que podemos hablar directamente de estados. E −E Vamos a suponer que el ´ atomo s´ olo tiene dos niveles. Dentro del marco de la F´ ısica Cu´ antica no relativista no podemos calcular emisiones espont´ aneas. un m´ etodo perturbativo y ciertas aproximaciones m´ as o menos razonables.

∀t ≥ 0 La probabilidad de transici´ on es Pi→f = | f |ψ (t) |2 = e−i Ei t 2 f |i = | f |i |2 = 0 No hay manera de que el sistema pase por s´ ı solo de un autoestado a otro.7. An´ alisis cu´ antico de los fen´ omenos de transici´ on Vamos a admitir que sabemos que en t = 0 el estado del sistema es |i . pero forman una base del espacio (obtenida como autoestados del operador sin perturbar. La evoluci´ on en el tiempo es Ei |ψ (t) = e−i t |i . Cuando se introduce esta perturbaci´ on el hamiltoniano cambia: H → H = H + W (t) vamos a suponer que es a partir de t = 0 cuando comienza a actuar la perturbaci´ on: ∀t ≤ 0. http://alqua. W (t) = 0. de modo que al introducir ψ en la ecS se obtiene i Ef Ef Ei Ei ∂ |ψ (t) = i c ˙i e−i t + Ei ci e−i t |i + i c ˙f e−i t + cf Ef e−i t |f ∂t El lado derecho de la ecS vale H |ψ (t) = H |ψ (t) + W (t) |ψ (t) = ci e−i 2 Ei t (Ei + W ) |i + cf e−i Ef t (Ef + W ) |f En este caso los estados |i y |f no son autoestados del operador hamiltoniano (H ).org/libredoc/IFC2 183 . podemos desarrollarlo en la base de autoestados2 de H: Ei E |ψ (t) = ci (t) e−i t |i + cf (t) e−i t |f Para imponer la condici´ on de que el sistema est´ a en |i para t = 0 debe observarse que ci (0) = 1 cf (0) = 0 de donde |ψ (0) = e−i Ei 0 |i = |i los autoestados |i y |f no tienen dependencia temporal. Es decir.2. Para que la probabilidad de transici´ on sea distinta de cero nos vemos obligados a introducir una perturbaci´ on W (t). no habr´ a transici´ on si no la inducimos. Para obtener ψ (t) debemos resolver la ecS dependiente del tiempo (ya que en general la perturbaci´ on depende del tiempo): i ∂ |ψ (t) = H |ψ (t) ∂t y aunque desconocemos qui´ en es ψ . H).

Las dos ecuaciones que se obtienen gracias a las relaciones de ortonormalizaci´ on son: i c ˙i e−i i c ˙f e−i Ei t = ci e−i = ci e Ei t i| W |i + cf e−i Ef t t i| W |f f | W |f Ef t E −i i t f | W |i + cf e−i Ef sistema de edos de orden 1 en el tiempo.7.2 5 10 15 20 t Figura 7.8 0. Al proceder as´ ı.6 0. 184 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . las ecuaciones quedan i c ˙i e−i i c ˙f e−i Ei t = e−i = e−i Ei t Ef Wii Wf i Ef t t En realidad s´ olo nos interesa conocer cf . cf (t).0 . Utilizando los dos u ´ltimos resultados en la ecS (igual´ andolos) se tiene i c ˙i e−i Ei t |i + c ˙f e−i Ef t |f = ci e−i Ei t W |i + cf e−i Ef t W |f Esto se resuelve proyectando sobre i| y sobre f |. Transiciones electromagn´ eticas ci 1 0. mejor. vamos a introducir un m´ etodo de aproximaci´ on que se utiliza habitualmente cuando tenemos un sistema infinito-dimensional3 : si suponemos que la perturbaci´ on que act´ ua sobre el sistema es muy d´ ebil.4 0.3. Despejamos c ˙f e integramos para obtener cf (t) = 1 i t eiωf i t Wf i t 0 dt + cte 3 Este m´ etodo aproximado resultar´ a tambi´ en apropiado para tratar casos de dimensi´ on finita. por iteraci´ on de aproximaciones sucesivas. Al elemento de matriz a |W| b lo llamaremos Wab . Cuando tenemos un sistema de edos o de ecuaciones integrales podemos sustituir en la derecha la primera aproximaci´ on con lo que obtenemos una nueva aproximaci´ on.1. Buscamos los coeficientes ci (t) . Aunque es posible resolver de forma exacta este tipo de sistemas si la dimensi´ on es finita y relativamente peque˜ na. Veremos m´ as adelante que es una aproximaci´ on razonable. aunque estos puedan resolverse exactamente.3).1.: Valores de ci (t) 1 y cf (t) 0. durante un tiempo razonable se cumplir´ a que ci (t) 1 y cf (t) 0 (ver figura 7.

cte = 0. 7. Este hamiltoniano ha sido obtenido por el principio de sustituci´ on m´ ınima H → H = H − eφ ∂L e e p = mv → P = = mv − A = p − A ˙ ∂r c c H es el hamiltoniano m´ as sencillo cuya extensi´ on relativista es invariante frente a transformaciones de Lorentz (es un postulado s´ olo justificado por la concordancia con el experimento).2. Como dt aproximaci´ on de orden cero tomamos f (0) (t) = 1 y hacemos df (1) = kf (0) = k dt para llegar a la siguiente aproximaci´ on de orden 1. p es la cantidad de movimiento mv. 5 El signo + se debe a que la carga del electr´ on es −e.2. Pero la que nos interesa es la causada por un campo electromagn´ etico incidente sobre el sistema. En la aproximaci´ on de orden 2 tomamos df (2) (t) = kf (1) dt 1 y obtenemos f (2) = 1 + kt + 2 kt2 . f (0) = 1. La magnitud a la que asociamos un 4 para convencernos de la bondad de la aproximaci´ on realizada sobre los coeficientes verdaderos. ` ´ 6 La cantidad de movimiento (p = mv) coincide con el momento lineal ∂L siempre que no existan ˙ ∂r fuerzas dependientes de la velocidad (como la fuerza magn´ etica. Pero en presencia de ´ este. Lo que hemos hecho nosotros antes es quedarnos en primera aproximaci´ on. Esta primera aproximaci´ on4 (v´ alida en muchos casos) me da la probabilidad de transici´ on como: Pif = |cf (t)|2 = 1 2 0 t 2 eiωf i t Wf i t dt Las aproximaciones utilizadas anteriormente para resolver la ecS dependiente del tiempo reciben el nombre de teor´ ıa de perturbaciones dependiente del tiempo a primer orden. ). . la cual coincide con el momento lineal antes de introducir el campo electromagn´ etico externo. http://alqua. Resolv´ amosla utilizando aproximaciones sucesivas. e 6 el momento lineal es P = mv − c A y no p = mv. El momento lineal es el momento conjugado de r. hemos obtenido en teor´ ıa de perturbaciones a primer orden la expresi´ on de la probabilidad de transici´ on Pif inducida por cualquier perturbaci´ on W (t) que nos den. An´ alisis cu´ antico de los fen´ omenos de transici´ on pero como cf (0) = 0.2. Llega la perturbaci´ on: radiaci´ on electromagn´ etica Vamos a ver qu´ e sucede cuando hacemos interaccionar al ´ atomo con un campo elec5 tromagn´ etico.org/libredoc/IFC2 185 .7. . f (1) (t) = kt + cte = 1 + kt. Procediendo de esta forma mediante aproximaciones sucesivas se va llegando al desarrollo de la exponencial. As´ ı. examinef mos una ecuaci´ on del tipo d = kf. El hamiltoniano es H = 1 e P+ A 2m c 2 − eφ + V c (el super´ ındice c identifica el potencial de Coulomb).

el asunto es complicado y necesitamos hacer aproximaciones que nos permitan tener una f´ ormula final para W que sea manejable 1.1. V c es el del campo interno en el sistema (Coulomb. por lo que φ = 0 ω2 A (r. de momento. Aun as´ ı. t) = ω1 dω A0 (ω ) ei(k·r−ωt) + e−i(k·r−ωt) Vamos a seguir trabajando utilizando el A (r. con la funci´ on subintegral. por ejemplo) y m puede ser la masa del electr´ on o la masa reducida en el problema de dos cuerpos. A no quedan un´ ıvocamente determinados por estas relaciones. A son los potenciales del campo externo. P = mv − e c A y no la cantidad de movimiento p = mv.0 . En el sistema cgs.7. que es el que estamos usando E = −∇φ − B = ∇∧A Podemos romper el hamiltoniano en suma de dos t´ erminos: normal y perturbativo H H H e e2 P2 |A|2 − eφ +Vc+ (P · A + A · P) + 2m 2mc 2mc2 e e2 = T +Vc+ (P · A + A · P) + |A|2 − eφ 2mc 2mc2 = H +W = 1 ∂A c ∂t donde vemos que la perturbaci´ on tiene la forma (inmanejable): W = e2 e (P · A + A · P) + |A|2 − eφ 2me 2mc2 El campo que vamos a aplicar sobre la part´ ıcula no es uno cualquiera. Luego sumaremos sobre todas las frecuencias del campo incidente.1. sino el representado por una superposici´ on de ondas planas. Transiciones electromagn´ eticas operador (en concreto −i ∇) es el momento lineal. B E = = ∇∧A −∇φ − 1 ∂A c ∂t Los potenciales φ. Vamos a trabajar en el gauge de Coulomb7 ∇·A=0 7 En espa˜ nol gauge a veces recibe el nombre de “invariancia de contraste”. 2 1 e H = P + A − eφ + V c 2m c φ. Se puede hacer el 186 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . t) de una onda monocrom´ atica: prescindimos de la suma en frecuencias y nos quedamos.

k ⊥ A P·A = A·P La utilizaci´ on de este gauge no implica que los campos sean estacionarios.7. Simplificaci´ on (que no tendr´ a validez universal): estamos interesados en las transiciones entre aquellos niveles del ´ atomo de H.org/libredoc/IFC2 187 . Vamos a admitir que la perturbaci´ on es peque˜ na. con lo que |A0 | 1 lo que nos permite desechar el t´ ermino cuadr´ atico en A. http://alqua. Ahora tenemos que hacer la integral en t t eiωf i t Wf i t dt 0 = e 1 − ei(ωf i +ω)t A0 · Pe−ik·R |i mc ω + ωf i 1 − ei(ωf i −ω)t e A0 · Peik·R |i + f| mc ωf i − ω f| 3. 2. A una elecci´ on de una pareja de potenciales se le llama gauge o invariancia de contraste.2. de hecho. An´ alisis cu´ antico de los fen´ omenos de transici´ on lo que implica k · A = 0. podemos empezar a calcular e eiωf i t Wf i (t) = eiωf i t f | A0 (ω ) · P ei(k·R−ωt) + e−i(k·R−ωt) |i mc e e = f| A0 · Pe−ik·R |i ei(ω+ωf i )t + f | A0 · Peik·R |i ei(ωf i −ω)t mc mc acabamos de separar la dependencia temporal de la espacial (una dentro del sandwich y la otra fuera). Con lo que llevamos dicho el hamiltoniano perturbativo vale e W = A·P mc Lo que queremos calcular es la probabilidad de transici´ on de i a f . La energ´ ıa que transporta una onda es proporcional a |A|2 . donde se verifica ωf i ≈ 1eV ωf i ≈ 1015 Hz cambio A φ → → A + ∇f 1 ∂f φ− c ∂t se pueden hacer elecciones astutas de f para que ∇ · A = 0. no lo ser´ an. Como tenemos ya el hamiltoniano de la perturbaci´ on. Pif = |cf (t)| = 2 1 2 0 t 2 e iωf i t Wf i t dt para lo que necesitamos Wf i .

El cambio de variable es u = du = con lo que tenemos Pi→f = aceptaremos que u2 u1 ω − ωf i t 2 dω t 2 2 2 f| e P · ue−ik·R |i mc sin2 u du u2 ∞ −∞ 2 u2 t u1 |A0 (u)|2 sin2 u du u2 sin2 u du = π u2 Algunos valores para convencerse de lo acertado de esta aproximaci´ on se dan en la tabla 7. En general.1) 4. cuando tengamos una superposici´ on de ondas planas Pif = 1 2 e f| P · ueik·R |i mc 2 ω2 ω1 |A0 (ω )| 2 sin2 ωf i −ω 2 t ωf i −ω 2 dω donde A0 = |A0 | u. apoy´ andonos en el ´ exito experimental de la teor´ ıa cl´ asica de la radiaci´ on (asignatura OII).0 . parece razonable utilizar frecuencias ω del campo similares a ωf i .7. Hasta ahora se trataba de una onda monocrom´ atica. 188 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . y as´ ı t eiωf i t Wf i t dt 0 = i f| = 1 2 e 1 − ei(ωf i −ω)t A0 · Peik·R |i mc ωf i − ω e f| A0 · Peik·R |i mc e f| A0 · Peik·R |i mc 2 Pif 1 − ei(ωf i −ω)t ωf i − ω sin2 ωf i −ω 2 t ωf i −ω 2 2 = 1 2 2 (7.1. Transiciones electromagn´ eticas y dado que para provocar una transici´ on entre dos estados o niveles cuya diferencia 8 de energ´ ıa es ωf i .1. Si u es suficientemente grande (frente a 1) la aproximaci´ on de la integral 8 Por ejemplo.1. resulta ω 1 ωf i − ω ωf i 1 ω + ωf i con lo cual podemos despreciar el t´ ermino que va en la suma de frecuencias. Vamos a buscar una muy buena aproximaci´ on para la integral (todav´ ıa es muy fea la expresi´ on). que establece que la potencia emitida es m´ axima cuando la frecuencia natural de los osciladores at´ omicos y la frecuencia del campo son muy pr´ oximas (el fen´ omeno tiene car´ acter de resonancia).

se trabaja con ρ y no con A.: La funci´ on sin2 u u2 (u) k 1 2 3 ∞ I (k ) 2.84 2.: Valores de I (k ) = kπ sin2 u du −kπ u2 a toda la recta es buena.6 0.2 -6 -4 -2 2 4 6 Figura 7.org/libredoc/IFC2 189 . An´ alisis cu´ antico de los fen´ omenos de transici´ on 1 0. o lo que es lo mismo A0 (ω ) ≈ A0 (ωf i ).98 3.45ωf i t ω2 = 10ωf i −→ u2 = 4.1. Tomemos.1ωf i −→ u1 = −0. Considerar (y es generalmente cierto) que en el rango en el que sin toma valores u2 importantes A0 (u) toma valores constantes A0 (u) A0 (0). 0 c ρ (ω ) = = as´ ı |A0 (ω )|2 = |E0 (ω )|2 4π ω 2 |A0 (ω )|2 4πc2 4πc2 ρ(ω ) ω2 http://alqua. por ejemplo ω1 = 0.8 0.7.4.4 0.5ωf i t para que u1 y u2 sean lo suficientemente grandes hace falta que ωf i t 1 2 u 5.2. Despu´ es de esta colecci´ on de simplificaciones la probabilidad de transici´ on es Pif = 2π 2 |A0 (0)|2 f | e P · ueik·R |i mc 2 t Habitualmente. Como para una onda plana monocrom´ atica |E0 (ω )| = ω | A ( ω ) | .04 π Cuadro 7.

(teor´ ıa de perturbaciones a primer orden).1. (dos) a ) transiciones en el ´ optico: ωf i 1. dt postula en la teor´ ıa de Einstein. con ci = 1 y cf = 0. Pasamos de c ˙f = F (ci . b ) heur´ ıstica de la teor´ ıa cl´ asica de la radiaci´ on: ω 4.0 . . Por ello podemos escribir que dP Bif = = 1 dPif ρ(ωif ) dt 8π 2 ρ (ωf i ) f | eP · ueik·R |i 2 m2 ω 2 fi 2 La variaci´ on de las probabilidades de transici´ on tiene siempre la forma dPif = | f |O| i |2 dt donde O es un operador de transici´ on que var´ ıa seg´ un la transici´ on sea electromagn´ etica.1. 1 2. Transiciones electromagn´ eticas y dado que A0 (u)|u=0 = A0 (ωf i ) se llega a la siguiente expresi´ on Pif = 8π 2 ρ(ωif ) f | eP · ueik·R |i 2 m2 2 ωif 2 t Finalmente la probabilidad por unidad de tiempo de que el sistema haya transitado es dPif 8π 2 ρ (ωf i ) = 2 2 f | eP · ueik·R |i 2 dt m ωf i Revisi´ on de las aproximaciones tomadas 1. d´ ebil.7. ωf i t 1 5. . 190 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . cf ) a c ˙f = F ci . (perturbaci´ on d´ ebil) |A|2 3. cf (0) (0) (0) (0) 2 . ωf i . |A0 (ω )| var´ ıa lentamente y vale en nuestro ´ area de inter´ es A (ωf i ) if es una constante tal como se Dado que la probabilidad Pif crece linealmente con t.

Dicho con otras palabras. lo cual parece estar en contra del principio de conservaci´ on de la energ´ ıa. por lo que no se viola el principio de conservaci´ on de la energ´ ıa. que emiten un fot´ on de frecuencia definida y niveles que forman una banda borrosa. se trata de una cantidad rid´ ıcula comparada con el valor de ωif . la probabilidad de transici´ on se comporta casi como la distribuci´ on δ (ω − ωif ).1 se deduce que la frecuencia del fot´ on puede ser distinta de ωf i . La vida media t´ ıpica de un nivel at´ omico puede ser del orden del nanosegundo. El intervalo de frecuencias del campo alrededor del valor de ωif ≈ 1015 Hz para el cual la probabilidad toma valores apreciables es ∆ω ≈ π/t ≈ 109 .7. con lo cual la incertidumbre en la caracterizaci´ on de los niveles at´ omicos es muy peque˜ na ≈ 10−7 eV t Despu´ es de haber hecho estos comentarios ser´ a m´ as f´ acil comprender el car´ acter resonante que tienen los procesos de transici´ on. en realidad. a la escala natural de frecuencias asociadas a las transiciones en el ´ optico. Aparentemente es un valor enorme pero. ∆ωt ≤ π y tenemos en cuenta que a ∆ω le corresponde una diferencia de energ´ ıa (entre Ef − Ei y la energ´ ıa de los fotones que componen el campo) ∆E = ∆ω . puesto que en ese caso la energ´ ıa que aporta el campo y la que se absorbe son diferentes ω = ω f i = Ef − Ei Puesto que no se puede medir la energ´ ıa de un estado con precisi´ on arbitraria (en un tiempo finito de medida). se obtiene que ∆Et < π ≈ La relaci´ on es compatible con la obtenida anteriormente. ∆E ≈ http://alqua. t´ ıpicamente una millon´ esima de su valor. t ≈ 10−9 s.5. sino que la precisi´ on depende de la relaci´ on de incertidumbre ∆Et ≈ la diferencia entre niveles de energ´ ıa es un tanto borrosa. An´ alisis cu´ antico de los fen´ omenos de transici´ on Figura 7.: Figura comparativa entre niveles de energ´ ıa bien definida. o sea.4 que la probabilidad de transici´ on es razonable para frecuencias del campo (o de los fotones que lo componen) tales que su diferencia ∆ω con ωif verifica ∆ωt ≤ π Si multiplicamos esta expresi´ on por . ¿Hay conservaci´ on de la energ´ ıa? Hasta ahora hemos supuesto que en una transici´ on electromagn´ etica la energ´ ıa del fot´ on es ω f i = Ef − Ei Sin embargo de la ecuaci´ on 7. que dan lugar a una indeterminaci´ on en la frecuencia del fot´ on emitido. Se puede ver en la figura 7.2.org/libredoc/IFC2 191 .

Z ] 8π 2 | f | ePz |i |2 2 m2 ω 2 fi = imωf i f |Z| i de lo que se obtiene Bif = 8π 2 2 | f |eZ| i |2 Gracias a la teor´ ıa fenomenol´ ogica de Einstein se puede dar la siguiente expresi´ on para el coeficiente de la emisi´ on espont´ anea: A = Af i = 3 ωf i π 2 c3 Bf i = 3 8ωf i c3 | f |eZ| i |2 Ahora podemos apreciar lo apropiado del calificativo “aproximaci´ on dipolar el´ ectrica”. . Z ]| i f |HZ − ZH| i (Ef − Ei ) f |Z| i im [H. La aproximaci´ on dipolar el´ ectrica Empezaremos con una aproximaci´ on grosera que justificar´ a el c´ alculo posterior. puesto que el operador que gobierna la probabilidad de transici´ on es eZ .1.3. Se puede obtener el coeficiente de Einstein Bif = El operador Pz puede escribirse Pz = con lo que f |Pz | i = = = im im im f |[H. 0 se puede despreciar el t´ ermino a λ. eik·r = 1 + ik · r + .2. Supondremos adem´ as que la luz incidente est´ a polarizada en la direcci´ on del eje z . el dipolo el´ ectrico. . 1).0 .7. Transiciones electromagn´ eticas 7. con lo que u = (0. 2π a0 + . . 0. λ = 1 + o 10−3 − 10−4 ≈ 1+ como a0 ≈ 0. Vamos a estimar el valor de los coeficientes para energ´ ıas del orden de (1 ↔ 10) eV 192 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1.5A y λ es una longitud de onda del espectro visible (del orden de 103 −104 A). .

5 × 10 eV y = 6 × 10 eV × erg −1 . la vida media es del orden de A (ver problemas). 2 1 entre otros datos. Relaci´ on entre las prediciones cu´ anticas y las cl´ asicas Consideremos un conjunto muy grande de sistemas aislados que experimentan transiciones espont´ aneas. la radiaci´ on que emite un oscilador cl´ asico de frecuencia ω0 y amplitud x0 es porporcional a 4 ω0 (ex0 )2 con lo que hay una coincidencia en la dependencia funcional de la potencia emitida en la frecuencia de radiaci´ on (en el modelo cl´ asico la radiaci´ on emitida tiene la frecuencia de oscilaci´ on del oscilador ω0 ).2.7. Como se puede demostrar f´ acilmente.2. 7. utilizando. si la probabilidad de transici´ on por unidad de tiempo 1 es A.org/libredoc/IFC2 193 .4. el valor de la constante de estructura fina α = e c = 137 (ver problemas). resulta que la potencia emitida por el conjunto es − dW = Nf A ωf i dt y rescatando la expresi´ on del coeficiente A − 4 8ω f dW i = 5 | f |eZ| i |2 dt c Por otra parte. http://alqua. 2 6 − 16 la energ´ ıa en reposo del electr´ on mc = 0. Por lo tanto estas transiciones espont´ aneas se producen en tiempos de entre 10−7 y 10−9 segundos. En la unidad de tiempo el n´ umero total de sistemas que sufre transici´ on de f a i (espont´ anea) es Nf A. An´ alisis cu´ antico de los fen´ omenos de transici´ on (el espectro ´ optico o regiones pr´ oximas a ´ el) A ≈ = = = = ≈ 8ω 3 2 2 e a0 c3 8ω 3 2 4 e c3 m2 e4 8 ( ω )3 1 m2 c3 e2 8 ( ω )3 c 1 (mc2 )2 e2 8 ( ω )3 1 α (mc2 )2 107 ↔ 109 s−1 Donde se ha preferido transformar las expresiones a evaluarlas directamente. y como la energ´ ıa que pierde cada uno es ωf i .

li .1. es la angular por lo que vamos a centrar nuestra atenci´ on en ella. Pif es cero.0 . 0. 0. mi ) Ym i li − 1 = C (1. Reglas de selecci´ on Son conjuntos de relaciones que deben satisfacer los n´ umeros cu´ anticos de los estados involucrados en una transici´ on para que ´ esta tenga una probabilidad no nula de suceder.7. | f |eZ| i |2 = 0 e dr φ∗ f zφi = 0 La funci´ on de onda del estado a para el ´ atomo de H se puede descomponer como ya sabemos: la φa (r) = Rna la (r) Ym (Ω) a Vamos a evaluar la integral para ver en qu´ e condiciones la probabilidad es cero. mi |li + 1. 0.1. Recordemos que Pif ∝ | f |eZ| i |2 en la aproximaci´ on en la que hemos trabajado. li . mi ) Ym + i li +1 C (1. li .3. f no satisfacen estas relaciones. Transiciones electromagn´ eticas 7. mi |li − 1. Tenemos en cuenta que z = r cos θ y e dr r3 Rnf lf (r) Rni li (r) f dΩ Ym f l ∗ li = eIrad × Iang cos θYm i De las dos integrales la u ´nica que se anula de forma sistem´ atica. cuando se dan ciertas condiciones. mi ) Ym i li − 1 li +1 = αYm + βYm i i La u ´ltima igualdad se obtiene porque el CG intermedio es nulo (ver tablas). li . Como 1 cos θ no nos gusta. mi |L. para que Pif sea cero. Dicho de otro modo. Por lo tanto. 0. Hemos puesto un producto de arm´ onicos como combinaci´ on lineal de otros arm´ onicos donde los 194 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . mi |li . escribimos cos θ ∝ Y0 (Ω) y entonces Iang ∝ f dΩ Ym f l ∗ li Y01 Ym i Tenemos una integral que contiene el producto de tres arm´ onicos esf´ ericos (autofunciones del momento angular). mi ) Ym + i li C (1. Para evaluarla es inteligente valerse de los CG para poner el producto de dos de ellos como una combinaci´ on lineal de arm´ onicos esf´ ericos. 1+li li Y01 (Ω) Ym i (Ω) = L=|1−li | L C (1. cuando los n´ umeros cu´ anticos asociados a los estados i.

3). β son CG. Observemos el ejemplo de la figura La transici´ on de l = 2 a l = 0 no es dipolar el´ ectrica porque los saltos de l para este tipo de transiciones son de 1. mi ± 1} En realidad. aunque v´ alida para las transiciones en la regi´ on del ´ optico.6.2. Reglas de selecci´ on Figura 7. para que haya una probabilidad no nula de transici´ on debe cumplirse lf mf ∈ { l i ± 1} = mi condiciones que conforman las reglas de selecci´ on para el operador eZ .org/libredoc/IFC2 195 .7. resulta posible observar transiciones a estados que no satisfacen las reglas anteriores.3. Se observan otras transiciones tales como las dipolares magn´ eticas o las cuadrupolares el´ ectricas (las cuales llevan asociados operadores de transici´ on distintos al dipolar el´ ectrico eZ ). las reglas son. Cuando estamos en el rango de energ´ ıas de los rayos X ( ω = 1KeV ) no se puede dejar el desarrollo de la exponencial en los elementos de matriz en el primer t´ ermino (v. Recordemos que la expresi´ on de Pif de la que se obtienen. coeficientes constantes α. apartado 7. Sin embargo la transici´ on acaba ocurriendo porque es la u ´nica posible. en la aproximaci´ on dipolar el´ ectrica (que es buena para transiciones en el ´ optico): lf mf ∈ {li ± 1} ∈ {mi . estas reglas de selecci´ on no son exactas. b) La transici´ on de l = 2 a l = 1 tapa totalmente la transici´ on de l = 2 a l = 0 (la probabilidad de la segunda es tan peque˜ na que raramente se observa). Esto tambi´ en ocurre en las transiciones entre estados nucleares. All´ ı. es aproximada. Si levantamos la restricci´ on de que sea luz polarizada seg´ un el eje z .: a) Transici´ on de l = 2 a l = 0. Ahora ya podemos afrontar el c´ alculo de la integral angular Iang Iang ∝ f dΩ Ym f l ∗ li Y01 Ym i = α f dΩ Ym f l ∗ li − 1 Ym +β i f dΩ Ym f l ∗ li +1 Ym i = αδlf li−1 δmf mi + βδlf li+1 δmf mi En consecuencia. Por supuesto Pif es extraordinariamente peque˜ na lo que se traduce en una vida media extraordinariamente larga. Por ello cuando partiendo de un estado no hay ning´ un otro accesible por medio de una transici´ on dipolar el´ ectrica. las energ´ ıas involucradas son del orden del M eV = 106 eV lo cual produce longitudes http://alqua.

7. Transiciones electromagn´ eticas de onda t´ ıpicas del orden de λ = 100f m = 10−3 A 9 , siendo el tama˜ no de los n´ ucleos de r unos pocos f m. Por lo tanto la raz´ on λ no es despreciable. Insistamos, para finalizar, que estas reglas de selecci´ on, aunque aproximadas, son v´ alidas para transiciones en las que la energ´ ıa intercambiada con el campo es del orden de magnitud del eV . Han sido obtenidas sin tener en cuenta que el electr´ on es una part´ ıcula con esp´ ın. En el pr´ oximo cap´ ıtulo daremos (sin demostraci´ on) las reglas de selecci´ on para funciones de onda con buen momento angular total en las que se incluye el esp´ ın .

7.4.
7.4.1.

Problemas y ejercicios
Enunciados

1. [TS*] Justifique que el hamiltoniano asociado a una part´ ıcula de masa m y carga e, en interacci´ on con un campo electromagn´ etico externo, viene dado por H= 1 e P− A 2m c
2

+ eφ

2. [T] Demuestre que en el gauge de radiaci´ on (∇ · A = 0) se verifica la siguiente ecuaci´ on entre operadores. P·A=A·P 3. [A] Sea W = Demuestre que a ) el orden de magnitud del primer t´ ermino es el del dipolo el´ ectrico del ´ atomo veces el campo aplicado |E|.
|E| b ) la raz´ on entre los dos t´ erminos de la perturbaci´ on W es del orden de a2 0 Ze .

e2 e A·p+ |A|2 mc 2mc2

4. [T] Demuestre que Pα = con H0 =
P2 2m

im

[H0 , Xα ]

+ V (x) y Xα = X , Y , Z .

5. [T] Sea A la probabilidad de desexcitaci´ on espont´ anea de un cierto nivel. Si en t = 0 la poblaci´ on de dicho nivel es N0 , a ) determine la poblaci´ on N (t) para cualquier tiempo t posterior b ) encuentre el tiempo t1/2 para el que la poblaci´ on se reduce a la mitad. c ) obtenga el tiempo medio durante el que un ´ atomo se encuentra en el nivel antes de decaer.
9

El fermi (fm) es la unidad de longitud habitual en f´ ısica nuclear. 1f m = 10−5 A.

196

Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica - 1.1.0

7.4. Problemas y ejercicios 6. [A] Calcule el coeficiente de Einstein asociado a la transici´ on inducida entre los niveles n = 1, l = 0, m = 0y n = 2, l = 1, m = 0. Suponga que la radiaci´ on externa est´ a polarizada seg´ un el eje z . 7. [A] Deduzca del resultado anterior obtener el coeficiente de Einstein A. 8. [A] Consideremos de nuevo la transici´ on del problema 6 inducida por una radiaci´ on externa cuya densidad de energ´ ıa por unidad de volumen e intervalo unidad de frecuencias es ρ = 10−14 erg × seg/cm3 . ¿Qu´ e tiempos de observaci´ on son adecuados para la aplicaci´ on de las expresiones obtenidas en la teor´ ıa?. 9. [A] Utilice las reglas de selecci´ on para determinar qu´ e transiciones espont´ aneas son posibles entre los tres primeros niveles de energ´ ıa del ´ atomo de hidr´ ogeno. 10. [A] Una part´ ıcula de masa m y carga q se mueve a lo largo del eje de las x sometida a un potencial arm´ onico de frecuencia ω . Obtenga las reglas de selecci´ on para transiciones inducidas por radiaci´ on polarizada seg´ un el eje x y cuya longitud de onda es suficientemente grande (de modo que podemos aplicar la aproximaci´ on dipolar el´ ectrica).

7.4.2.

Algunas soluciones

Problema 4 Hace falta saber las relaciones de conmutaci´ on [Xα , Pβ ] = i δαβ y [Xα , Xβ ] = 0 im im P 2 + V (X ) , Xα 2m im P2 , Xα + [V (X ) , Xα ] 2m im 1 P 2 , Xα 2 m   i  2
2 Pβ , Xα  β =x,y,z

[H0 , Xα ] = = = = =

=

i 2 Pα , Xα 2 i 2 2 = Pα Xα − Xα Pα 2 i = (Pα (Pα Xα − Xα Pα ) + (Pα Xα − Xα Pα ) Pα ) 2 = Pα La componente α del momento lineal viene dada por la expresi´ on Pα = −i ∂ ∂α

http://alqua.org/libredoc/IFC2

197

7. Transiciones electromagn´ eticas ˙ podemos demostrar Si el momento lineal coincide con la cantidad de movimiento mx esta relaci´ on como sigue utilizando que la derivada temporal de un operador O es dO 1 = [O, H] dt i de aqu´ ı se tiene que 1 [Xα , H] i (donde D es el operador derivada) y ya que Pα = mDX α se tiene DX α = Pα = − Problema 5 1. Lo que hay que hacer es resolver la ecuaci´ on diferencial de Einstein para transiciones espont´ aneas dN = −AN dt con la condici´ on inicial N (0) = N0 . La soluci´ on es N (t) = N0 e−At 2. Para el tiempo t 1 se obtiene trivialmente
2

im

[Xα , H] =

i [H, Xα ] m

N t1
2

= N0 e

−At 1

2

=

N0 2

de donde e
−At 1
2

= =

t1
2

1 2 log 2 A

3. Para hallar τ tenemos que calcula la siguiente integral

t =τ =
0

tPD (t) dt

siendo PD (t) la probabilidad de que un ´ atomo se desintegre en el intervalo de tiempo t, t + dt. Podemos escribir PD (t) = prob de que no desintegre hasta t × prob de que desintegre en t, t + dt De acuerdo con la teor´ ıa que hemos estudiado, la probabilidad de que un ´ atomo se desintegre en un segundo (cualquiera) es A. Por lo tanto la probabilidad de que se desintegre en el intervalo un intervalo de tiempo dt ser´ a Adt. La probabilidad

198

Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica - 1.1.0

7.4. Problemas y ejercicios
S´ ımbolo τ t1 2 Nombre espa˜ nol vida media semivida Nombre ingl´ es (average) lifetime half-life

Cuadro 7.2.: Nomenclatura

de que un ´ atomo no se haya desintegrado hasta el instante t la obtenemos como el cociente del n´ umero de ´ atomos que pueblan el nivel inicial en ese instante, N0 e−At y los N0 iniciales. Luego N0 e−At = e−At N0 es la probabilidad de que no se haya desintegrado hasta t.
∞ ∞

τ

=
0

tPD (t) dt =
0

te−At Adt

= = =

1 ∞ (At) e−At d (At) A 0 1 ∞ −u ue du A 0 Γ (2) 1! 1 = = A A A

Problema 6 Calcule el coeficiente de Einstein asociado a la transici´ on inducida entre los niveles n = 1, l = 0, m = 0y n = 2, l = 1, m = 0. Suponga que la radiaci´ on externa est´ a polarizada seg´ un el eje z . Acudamos a la expresi´ on de la teor´ ıa B100;210 = Hay que calcular el elemento de matriz 210 |Z| 100 = =
0

8π 2
2

| 210 |eZ| 100 |2

dr φ∗ 210 (r) zφ100 (r) = {z = r cos θ }

dr r3 R21 (r) R10 (r)

dΩ Y01

(Ω) cos θY00 (Ω)

si usamos las expresiones de los arm´ onicos esf´ ericos que aparecen, Y01 (Ω) = Y00 (Ω) = 3 cos θ 4π 1 4π

http://alqua.org/libredoc/IFC2

199

Transiciones electromagn´ eticas y la expresi´ on de diferencial de ´ angulo s´ olido dΩ = sin θdθdϕ obtendremos 210 |Z| 100 = = = 3 ∞ dr r3 R21 R10 4π 0 √ 3 Irad × Iang 4π 1 √ Irad 3 √ 2π π dϕ 0 0 dθ sin θ cos2 θ para hacer la integral radial hace falta buscar en una tabla las funciones R. R10 = 2a0 2 e a0 1 −5 − r √ a0 2 re a0 R21 = 2 6 Sustituy´ endolas 210 |Z| 100 = = (con el cambio ρ = r a0 3 1 a− 0 √ √ 3 6 1 a0 √ √ 3 6 ∞ −3 − r dr r 0 ∞ 0 3 r a0 3 e −3 2 “ r a0 ” dρ ρ4 e− 2 ρ en la segunda ecuaci´ on).7. y se nos dar´ a el dato final.1. Problema 7 3 ωf i 2 218 e2 a2 0 ( ωf i ) 310 2 c ( c)2 Af i = π 2 c3 = 200 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . Ahora hacemos u = 3 2ρ a0 210 |Z| 100 = √ 18 2 3 5 0 ∞ du u4 e−u en los ex´ amenes estas integrales son comunes. en este caso ∞ 0 du u4 e−u = Γ (5) = 4! Sustituyendo el elemento de matriz reci´ en hallado en la expresi´ on del coeficiente Bif = 218 π 2 e2 a2 0 2 310 Una vez que tenemos esto podemos hallar la A f´ acilmente (problema 7).1.0 .

7. El tiempo que tarda en decaer de un estado excitado al fundamental de forma espont´ anea. Problemas y ejercicios utilizamos que a0 = 2 me2 Af i = 218 1 ( ωf i )2 c 310 α ( c) (mc2 )2 EI 3 − (−EI ) = EI 10.2eV 4 4 usando los datos (que deber´ ıan empezar a sernos familiares) ω f i = E2 − E1 = − c = 1973eV A mc 2 = 0. 25ns . es bastante corto. http://alqua.org/libredoc/IFC2 201 .5 × 106 eV c = 3 × 1010 cms−1 = 3 × 1018 As−1 1 α = 137 luego A1s→2p 4 × 109 s−1 y la vida media es τ 0.4. como vemos.

0 .7. Transiciones electromagn´ eticas 202 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1.1.

homog´ enea se dice de una magnitud que no es funci´ on de punto (las derivadas parciales respecto a coordenadas espaciales son nulas). el momento lineal y el operador asociado al vector de posici´ on). estacionaria se dice de una magnitud que es constante en el tiempo (con derivada parcial respecto al tiempo nula). 203 .4 situamos juntas para su comparaci´ on algunas magnitudes f´ ısicas y el observable asociado. Para caracterizar las magnitudes f´ ısicas escalares utilizaremos letras de tipo it´ alica en cursiva. En el cuadro . Nota: la aplicaci´ on de este convenio notacional condujo a algunos conflictos. Ejemplos son la distancia al origen r. Atenci´ on a las constantes en las ecuaciones del electromagnetismo. H respectivamente el operador asociado a la coordenada radial y el hamiltoniano) excepto si son operadores vectoriales en los que emplearemos letras rectas y sencillas mediante la font Sans Serif (L. Notaci´ on Operadores A En modo matem´ atico L TEX (y por tanto LyX) utiliza por defecto n´ umeros tipo Roman mientras qye los caracteres son tipo Italic. por ejemplo.Abreviaturas y convenios Abreviaturas ecS ecuaci´ on de Schr¨ odinger ecD ecuaci´ on de Dirac ecO ecuaci´ on de ondas ecM ecuaciones de Maxwell CG coeficientes Clebsch-Gordan exSG experimento Stern-Gerlach esMB estad´ ıstica de Maxwell-Boltzmann esBE estad´ ıstica de Bose–Einstein esFD estad´ ıstica de Fermi–Dirac sr sistema de referencia CM centro de masas Unidades y terminolog´ ıa Se utilizar´ a de modo preferente el sistema cgs. r son el momento angular orbital. p. Para los operadores se utilizar´ an letras Roman (r. Las magnitudes vectoriales vendr´ an escritas en Roman negrita como. por lo que no es completa a lo largo del documento. la frecuencia ω o la energ´ ıa E . B y p que son respectivamente la inducci´ on magn´ etica y el momento lineal.

7. lineal p p M. del producto vectorial que lo “iguala” (en el sentido de =) a un determinante. Un ejemplo de esto lo constituye la regla mnemot´ ecnica . es decir. [TS] Problema te´ orico suplementario. pero. Por eso se han clasificado los ejercicios utilizando los siguientes c´ odigos.1. [X*] Los problemas marcados con un asterisco presentan una mayor dificultad.0 .1. Transiciones electromagn´ eticas Magnitud S´ ımbolo Mag. Estos c´ alculos pueden ser inexactos hasta en un orden de magnitud. [A] Problema de aplicaci´ on de la teor´ ıa. igualdades formales Haremos dos tipos de c´ alculos aproximados: De precisi´ on “orden de magnitud” (s´ ımbolo ≈). algunos de cuyos elementos son escalares y otros de los cuales son vectores. Por otra parte. [T] Problema de naturaleza teorica que complementa las clases de teor´ ıa. Clasificaci´ on de los problemas Es conveniente saber cu´ al es el prop´ osito de cada problema y sobre qu´ e puntos merece la pena incidir a la hora del estudio de la resoluci´ on de problemas. Aproximaciones.: Notaci´ on para operadores. el s´ ımbolo = se utilizar´ a para denotar igualdades formales.4. angular L L Energ´ ıa H H Cuadro . . por supuesto y como muchas veces en f´ ısica. S´ ımbolo Oper. C´ alculos m´ as finos. Posici´ on r r Distancia r r M. 204 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . igualdades que no deben entenderse matem´ aticamente del modo convencional estricto (porque no tendr´ ıan sentido). no totalmente precisos (para ellos utilizaremos el s´ ımbolo ).

El [Sanchez] es un libro de un nivel similar o. Tiene un nivel superior al de este curso. ligeramente superior al del curso. Nivel superior al del curso. Por u ´ltimo. Comentario a la bibliograf´ ıa. El [Alonso] es u ´til para la segunda parte del curso. Cabe destacar las poderosas analog´ ıas que los autores son capaces de establecer con la ´ optica. El [Cohen] es un libro de mec´ anica cu´ antica bastante amplio y completo que trata en ap´ endices numerosos problemas de f´ ısica cu´ antica. pero completamente recomendable para un estudio serio de la materia. El [Gasiorowicz] es el libro que m´ as se aproxima a la parte de f´ ısica at´ omica de este curso. dedicada a las estad´ ısticas cu´ anticas. el [Ballentine] es otro libro excelente que conjuga de forma bastante acertada formalismo e interpretaci´ on de la mec´ anica cu´ antica. Trata muchos temas previos a este curso y algunos posteriores. 205 .A.

0 .1.A. Comentario a la bibliograf´ ıa. 206 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1.

K. Ed. 2. Hermann. 1971. Ed. L. Ed. 6. (coord. S. 2. y Finn. Ed.: M´ ecanique quantique. A Cohen–Tannoudji. 207 .): F´ ısica Cu´ antica. A [Cohen] [Ballentine] [1] Woodgate. 2nd ed.: F´ ısica Cu´ antica (vol III). B. 1997. a Modern Development. C.3. Pir´ amide. Diu. Oxford Science Publications. M. F. 2. World Scientific. I y II. C. Fondo educativo interamericano. Ed.: Quantum Physics. E. Paris. John Wiley & Sons. A [Alonso] Alonso.9.: Elementary atomic structure.Bibliograf´ ıa [Sanchez] ´ nchez del R´ Sa ıo. 2000.. 1996. A Ballentine. Vols.1. A [Gasiorowicz] Gasiorowicz. Quantum Mecanics. 1998. y Lalo¨ e. G.10.

1.1.0 .BIBLIOGRAF´ IA 208 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .

ATC. Actualizaci´ on de plantilla a book-latex-es-b y metadatos al esquema 1. Incorporaci´ on de la versi´ on m´ as actual del manifiesto (2. aprovechando para mejorar la visibilidad de sub/super´ ındices. –ATC Cambio notacional. Mejoras generalizadas en el documento –JRG y PRM. La reescritura ha topado con algunas dificultades que han de salvarse en pr´ oximas versiones.0 . Movido el cap´ ıtulo de transiciones electromagn´ eticas al final. –JRG 1.Abreviaturas y Convenios”. y mejorar presentaci´ on. para adecuarse a lo indicado en .0. Se necesita especial ayuda para los diagramas de niveles.23 de mayo de 2002 A˜ nadidas referencias a la bibliograf´ ıa para numerosas figuras ausentes –JRG.JRG.1 . a juicio de los editores y autores: Crear un ´ ındice de materias. Retoques en la secci´ on de abreviaturas y convenios –ATC.0.0). Las siguientes tareas merecen atenci´ on. Agradecemos la colaboraci´ on en las figuras de Cristina Borrero del Pino.0 . Comentarios a la bibliograf´ ıa –JRG.1 – ATC. 209 .15 de abril de 2004 Nueva licencia Creative Commons Non Commercial Share Alike. Homogeneizar el tratamiento notacional de los operadores. Correcci´ on de erratas . Completar las figuras. Peque˜ nas correcciones ortogr´ aficas y de estilo en texto y f´ ormulas –ATC. as´ ı como de una descripci´ on del proyecto librosabiertos –ATC.1. Agradecemos las notas del primer cap´ ıtulo a Teresa Marrod´ an Undagoitia. 1.Historia 0.2 de junio de 2000 Primera versi´ on p´ ublica –JRG y ATC. Reconstrucci´ on de originales vectoriales para numerosas figuras.

.Historia Incorporar una buena explicaci´ on del concepto de masa reducida.1..’ 210 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .0 . Explicar el c´ alculo del hamiltoniano de una part´ ıcula en un campo magn´ etico. en otro se trabaja con coordenadas relativas y masa reducida. Justificar bajo que condiciones una part´ ıcula compuesta puede tratarse como un fermion o boson elemental ’Hace falta ayuda para incorporar algunos elemenotos de los problemas como complementos al texto principal’: ’en uno de los problemas se explica el origen del hamiltoniano de una particula en un campo elecromagnetico externo.1.

It is simply a handy reference for understanding the Legal Code (the full license) . display. or linking to this Commons Deed does not create an attorney-client relationship. Think of it as the user-friendly interface to the Legal Code beneath. Whoever has associated this Commons Deed with their copyrighted work licenses his or her work to you on the terms of the Creative Commons License found here: Legal Code (the full license) This is not a license. licensees may not use the work for commercial purposes – unless they get the licensor’s permission. Learn how to distribute your work using this license 211 . and perform the work. and its contents do not appear in the actual license. Distributing of. distribute. Noncommercial. licensees must give the original author credit. The licensor permits others to distribute derivative works only under a license identical to the one that governs the licensor’s work.0: Key License Terms Attribution. Creative Commons is not a law firm and does not provide legal services. The licensor permits others to copy.it is a human-readable expression of some of its key terms. In return. Share Alike. This Deed itself has no legal value.Creative Commons Deed Attribution-NonCommercial-ShareAlike 1. display. and perform the work. displaying of. The licensor permits others to copy. In return. distribute.

Creative Commons Deed 212 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1.0 .1.

Las ventajas de los documentos libres Actualmente es ilegal compartir o modificar la mayor´ ıa del conocimiento cient´ ıfico en fuentes impresas. as´ ı como por la concepci´ on del conocimiento como un patrimonio comunitario. El modelo de desarrollo libre para la ciencia se apoya sobre las libertades de distribuci´ on ´ y modificaci´ on. Estas se ven favorecidas por el medio digital. y m´ as tarde decidimos organizar nuestros esfuerzos para ayudar a otras personas que compart´ ıan nuestra visi´ on a difundir sus saberes mediante un esfuerzo cooperativo. Todo lo anterior permite reducir el coste del documento a una cantidad marginal y anima a que lo mejor se combine con lo mejor para producir un resultado excelente a la vez que actualizado.Manifiesto de Alqua Origen y metas del proyecto En 1999 fundamos el proyecto Alqua con el objetivo de promover la creaci´ on de un fondo de documentos libres de car´ acter cient´ ıfico que permita a cualquiera aprender con libertad. los documentos contienen una licencia que explica los derechos que posee y estipula que nadie que distribuya el documento. es irrelevante) pero tambi´ en pueden modificarse y usarse como base para otros trabajos. nos inspiramos en los principios de libertad que rigen el movimiento del software libre para establecer aqu´ ellos de Alqua. puede hacerlo de modo no libre. Por otra parte. los documentos libres pueden aportar una base sobre la que elaborar con un menor esfuerzo diferentes perspectivas doctrinales o est´ eticas. modificado o no. en casos donde la evaluaci´ on del m´ erito es m´ as subjetiva. A fin de evitar que estas libertades del lector-autor se restrinjan posteriormente. Al constatar la duplicaci´ on de esfuerzos en la preparaci´ on de materiales did´ acticos para la f´ ısica y con el deseo de compartir nuestros conocimientos. Para hacer efectivos dichos principios decidimos que los documentos publicados deben ser libres en un sentido amplio: pueden reproducirse y distribuirse (gratuitamente o no. Primero pensamos que lo que escribi´ esemos deber´ ıa poder disfrutarse sin merma de libertad por las personas interesadas. En este contexto los documentos libres presentan ciertas ventajas. mutaciones. Por una parte. iteraciones y apuestas que incentivan la 213 . que suelen ser inaccesibles para la mayor´ ıa de los estudiantes y bibliotecas del mundo en virtud de su precio y se actualizan con poca frecuencia debido a su sistema de distribuci´ on tradicional. en algunas disciplinas los documentos libres permiten facilitar el establecimiento de un sistema de m´ erito reduciendo las barreras de precio y disponibilidad.

desde ejercicios o diagramas hasta apartados enteros.1. En suma. Una nueva din´ amica de creaci´ on y aprendizaje Algunas personas que hemos conocido est´ an interesadas por este modelo de colaboraci´ on. Los documentos libres son un puente para establecer contacto con una comunidad de inter´ es mucho m´ as vasta que la del centro educativo. solamente. los documentos libres fomentan un acceso a la cultura m´ as justo y completo. que para la mayor´ ıa el enorme ahorro derivado del acceso a muchos documentos libres supere holgadamente el beneficio econ´ omico obtenido de unos pocos documentos no libres. Un autor puede pensar que distribuir su documento bajo un copyright que restringe la libertad de copia es m´ as rentable que otorgar mayores libertades. La experiencia del software libre lo avala. libre no quiere decir gratuito.Manifiesto de Alqua creaci´ on como un aspecto m´ as del disfrute de la obra. Para ello. El modelo de cooperaci´ on que proponemos (que anima al trabajo en equipo aunque no lo impone) permite abrir todas estas perspectivas y algunas m´ as.1. En segundo lugar. Alqua intenta ofrecer los medios para esta tarea y relacionar. 214 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica . pues. se incluye en el documento una secci´ on en la que se explica qui´ en hizo qu´ e y cu´ ando lo hizo. lo que permite la producci´ on de obras muy sofisticadas y completas mientras que en otros ´ ambitos facilita la difusi´ on de perspectivas plurales y la experimentaci´ on creativa. Para algunos dominios del conocimiento cient´ ıfico el proceso de desarrollo libre facilita la recombinaci´ on. Gracias a los derechos que uno posee sobre un documento libre puede adaptarlo para un curso acad´ emico eliminando lo que no es pertinente o es demasiado avanzado y complementando el tema con nuevas aportaciones. Esto no es necesariamente as´ ı. En primer lugar. Cabe esperar. Una editorial puede publicar un documento libre obteniendo beneficio de ello. La respuesta es sencilla: la licencia est´ a dise˜ nada de modo que a cada cual se le atribuya aquello de lo que es responsable y nada m´ as. a los que tienen saberes que comunicar y a los que sienten curiosidad por dichos saberes. permitiendo el aprendizaje continuo y fomentando una experiencia plural y transformadora: el criterio para participar en un documento es. Pensamos que las universidades u otras instituciones educativas podr´ ıan cumplir mejor su funci´ on social poniendo a disposici´ on de la sociedad que las financia. hacerlo bien. pero se preguntan qu´ e clase de control tienen sobre sus documentos libres. su patrimonio m´ as importante: el conocimiento. Tambi´ en los autores pueden aceptar una compensaci´ on de los lectores por su trabajo en un determinado documento. Finalmente. en condiciones de libertad. por varias razones. la mayor parte de los autores son primeramente lectores. es una buena idea hacerlo dado lo agradable que resulta manejar un libro bien encuadernado. a trav´ es de los documentos libres.0 . no se puede poner precio al beneficio social derivado de la existencia de documentos libres. De hecho. Uno de los efectos m´ as interesantes de introducir los documentos libres en el aula es que difuminan la frontera entre quien aprende y quien ense˜ na.

To view a copy of this license. Ciertamente.org/libredoc/IFC2 215 . Te invitamos a construir un patrimonio cient´ ıfico que nos pertenezca a todos. pero in´ utiles si. http://alqua. para que los documentos libres en marcha y otros nuevos alcancen los altos niveles de calidad a los que aspiramos.0. 2003. los medios materiales son necesarios. California 94305. Versi´ on 2. visit http://creativecommons.org/licenses/bynd/1. USA. a nivel particular. Por ello. This work is licensed under the Creative Commons Attribution-NoDerivs License. Stanford. aprendiendo y ense˜ nando. pedimos a las personas que forman parte de instituciones o empresas que colaboren con Alqua para que ´ estas apoyen econ´ omicamente el proyecto o patrocinen ediciones impresas y donaciones a las bibliotecas p´ ublicas. 559 Nathan Abbott Way.Manifiesto de Alqua Conclusi´ on Alqua tiene una tarea muy ilusionante y tan ambiciosa que s´ olo es factible en comunidad. no contamos con tu participaci´ on como individuo.org/manifiesto Copyright (C) Alvaro Tejero Cantero y Pablo Ruiz M´ uzquiz. marzo de 2003 ´ http://alqua.0/ or send a letter to Creative Commons.

1.1.0 .Manifiesto de Alqua 216 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .

Qu´ e son los libros abiertos Los libros abiertos son ediciones impresas de los documentos libres de Alqua que se pueden obtener en las bibliotecas u otros centros p´ ublicos. Si has obtenido dicho documento en un centro p´ ublico. que es la aportaci´ on diferencial m´ as importante de los libros libres respecto a los no libres. ´ este es casi con seguridad un documento libre de Alqua.El proyecto libros abiertos de Alqua El texto que sigue es una explicaci´ on de qu´ e es y c´ omo se utiliza un libro abierto y contiene algunas recomendaciones sobre c´ omo crear un libro abierto a partir de un documento de Alqua. como una biblioteca. Si est´ as leyendo estas p´ aginas como anexo a otro documento. La particularidad de los libros abiertos no reside en qu´ e contienen (el contenido es el mismo que el de los libros descargados de la red) sino en c´ omo pueden utilizarse. libre en el sentido descrito en el manifiesto de Alqua y las directrices para documentos libres de Alqua . La posibilidad de contribuir a la mejora de dichos documentos por parte de la ampl´ ısima comunidad de lectores de las bibliotecas. Por ello queremos poner a disposici´ on de las bibliotecas libros abiertos que faciliten lo siguiente: El acceso de personas sin recursos inform´ aticos al conocimiento que su estudio proporciona. El ciclo de vida de un documento libre es de constante realimentaci´ on: las nuevas versiones son le´ ıdas. corregidas o quiz´ a bifurcadas. lo que conduce a la publicaci´ on de nuevas versiones listas a su vez para un nuevo ciclo del proceso. discutiendo sobre ellos y modific´ andolos para adaptarlos a prop´ ositos muy variados. los lectores de una biblioteca constituyen tambi´ en una comunidad. Al igual que los usuarios de Alqua a trav´ es de la red forman una comunidad de inter´ es que aprende colectivamente leyendo los documentos. ¿Por qu´ e no abrir esa din´ amica a la participaci´ on de comunidades que no se articulan en torno a la red?. La formaci´ on de grupos de inter´ es locales: compartir a trav´ es de un documento libre puede compartir su proceso de aprendizaje con personas interesadas por temas afines. entonces es adem´ as un libro abierto de Alqua. sin otro medio que un l´ apiz o una pluma. No todos disponen del tiempo o los medios para participar efectivamente en el proceso de mejora de los documentos a trav´ es de la red. 217 .

http://alqua. ¿C´ omo puedo contribuir a los libros abiertos? S´ olo tienes que utilizarlos como si fuesen tuyos. La firma permite atribuir la autor´ ıa en el caso de que los cambios se incorporen y establecer contacto al respecto. Como lector. opcionalmente. puesto que no s´ olo no la prohibimos sino que animamos a ella. Los libros abiertos pueden ser editados de modo que se puedan separar sus hojas porque no hay inconveniente en que ´ estas sean fotocopiadas: no tenemos que usar la encuadernaci´ on como un modo de evitar la reproducci´ on.1.El proyecto libros abiertos de Alqua La constituci´ on. poniendo una nota donde corresponda. Intenta hacerlo ordenadamente. con la ayuda de la comunidad de Alqua. Quienes tengan acceso a una impresora pueden ayudar a que los libros abiertos perduren en la biblioteca sustituyendo las partes deterioradas por el uso y actualizando peri´ odicamente el documento impreso.org 218 Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica .1. Damos por hecho que al escribir tus aportaciones en un libro abierto est´ as de acuerdo con que sean libremente utilizadas (en el sentido descrito en las directrices para documentos libres ya mencionadas) y por lo tanto incorporadas a las sucesivas versiones digitales.. Si quieres compartir alg´ un razonamiento m´ as largo. tu ayuda es necesaria no s´ olo para mejorar los documentos. Para facilitar la tarea a continuaci´ on proponemos un sistema de encuadernaci´ on modular. Por tanto. Imprimir la versi´ on m´ as actualizada del documento tal cual se distribuye en la p´ agina web de Alqua. En este caso. una vez que obtengas un ejemplar en pr´ estamo puedes llevar contigo s´ olo la parte que est´ es utilizando.0 . aclaraciones. de modo que no interrumpa la lectura. De esta manera abrimos el mecanismo de colaboraci´ on a los lectores que no est´ an acostumbrados al ordenador o prefieren no usarlo. contrariamente a lo que har´ ıas con cualquier otro libro de la biblioteca puedes escribir en los m´ argenes de los libros abiertos tus propios comentarios: correcciones. Por ejemplo. ¿C´ omo puedo publicar un libro abierto? Los pasos para publicar un libro abierto son los siguientes: 1. puedes utilizar tus propias hojas e incorporarlas al final del documento. no olvides firmar tu contribuci´ on con un nombre o seud´ onimo y. de un fondo de documentos libres que cubra ´ areas del conocimiento que su presupuesto no permite afrontar. hasta en los centros que cuentan con una financiaci´ on m´ as d´ ebil. una direcci´ on de correo electr´ onico u otra forma de contacto. Cualquiera que pueda participar a trav´ es de la red puede incorporar tus contribuciones a la versi´ on que se distribuye en l´ ınea.. sino para que existan: hace falta imprimir. pero recordando que compartes tu experiencia de aprendizaje con otras personas. bibliograf´ ıa relacionada. encuadernar y donar a una biblioteca un documento libre de Alqua para que se convierta en un libro abierto.

org .0/ or send a letter to Creative Commons. 559 Nathan Abbott Way. Stanford. con un coste marginal que no se ver´ a significativamente incrementado por la conservaci´ on y actualizaci´ on puesto que se puede mantener la encuadernaci´ on y sustituir solamente las p´ aginas impresas.org/licenses/bynd/1. USA. http://alqua. visit http://creativecommons. consecuencia de los principios establecidos en el manifiesto de Alqua . adjuntar al archivador una copia del CD-ROM de documentos libres de Alqua .El proyecto libros abiertos de Alqua 2. Conseguir una encuadernaci´ on modular – sugerimos un archivador de anillas con una ventana o de portada transparente. Si puedes. California 94305. Tu ayuda es esencial para que el proyecto alcance estos objetivos. el autor y la clasificaci´ on decimal universal en su lomo y tapas. 3. Encuadernar el libro y situar el t´ ıtulo. 4.org/libredoc/IFC2 219 . To view a copy of this license. Ello permite llevar consigo s´ olo la parte del libro que se est´ a usando y a˜ nadir hojas con nuevas contribuciones. En conclusi´ on El proyecto libros abiertos. 5. 2003. Se trata de un proceso sencillo al alcance tanto de particulares como de bibliotecas y otras instituciones. ´ (C) Alvaro Tejero Cantero. persigue dotar a las bibliotecas de un fondo amplio y asequible de documentos libres y a la vez facilitar la participaci´ on de los usuarios en el proceso creativo del que son fruto. Donarlo a la biblioteca y comunicar a Alqua la edici´ on. escribiendo a librosabiertos@alqua. This work is licensed under the Creative Commons Attribution-NoDerivs License.

.

dirigido a introducir los sistemas con pocos electrones.Redes y sistemas . segunda parte .Optica electromagn´ etica .An´ alisis funcional .Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica segunda parte ´ Joaqu´ ın Retamosa Granado.Introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica. http://alqua.Sistemas Operativos . requisitos ´ Algebra y c´ alculo de primero de carrera. tensores y f´ ısica . las transiciones electromagn´ eticas y la f´ ısica estad´ ıstica cu´ antica.Geograf´ ıa general de Espa˜ na (en preparaci´ on). Alvaro Tejero Cantero y Pablo Ruiz M´ uzquiz descripci´ on Un segundo curso de f´ ısica cu´ antica. http://alqua. Contiene ejercicios resueltos.Geometr´ ıa simpl´ ectica .org/libredoc/ alqua.org/libredoc/IFC2 Aprende en comunidad .madeincommunity .Ecuaciones diferenciales ordinarias .org otros documentos libres ´ Variedades. Una introducci´ on a la f´ ısica cu´ antica que cubra el ´ atomo de hidr´ ogeno.F´ ısica del l´ aser .http://alqua.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful