You are on page 1of 1

Estimados Profesores Estimados Padres de familia Estimados amigos miembros de club de matemática.

Me siento muy agradecido por la deferencia que ha tenido el comité organizador de este evento en designarme para dar las palabras de despedida. En realidad es una mezcla de emociones que tratare de explicar de la manera más sencilla. Me siento feliz , porque ha transcurrido un año mas de vida y gracias a Dios toda expectativa se ha cumplido dentro de lo establecido , los objetivos académicos, los objetivos personales, los objetivos familiares, los objetivos amicales, etc y espero de todo corazon que para todos los presentes también haya sido así. Pero a la vez me siento un poco nostálgico y estoy seguro que este sentimiento también embarga a alguno de Uds. miembros de este club, ya que pasamos a otra etapa de nuestra vida y esto implica asumir otras responsabilidades y establecer otros objetivos por si no se han dado cuenta estamos dejando de ser niños y estamos próximos a ser jóvenes (aunque para nuestras madres siempre seremos sus hijitos). Una consecuencia de estos cambios y es en realidad donde radica mi nostalgia es que nuestro gran profesor Cosmer ya no estará mas a nuestro lado, se que suena duro pero es así, yo se que muchos no estarán de acuerdo conmigo pero es la realidad, debemos pasar a otra etapa de nuestra vida y esto implica conocer a otro docente. Esto me hace recordar aquella etapa de mi vida en la que deje el nido jardín en el cual estudie 4 años y pase a otro antes de ingresar a la primaria, al inicio no me fue bien, pero mis padres hablaron conmigo y me explicaron que la vida es así, NO SIEMPRE PODEMOS ESTAR AL LADO DE
QUIENES MAS QUEREMOS O ESTIMAMOS - LOS BARCOS SE VEN BELLOS CUANDO ESTAN ANCLADOS PERO NO SE CONTRUYEN PARA ESE FIN, SE CONSTRUYEN PARA SURCAR EL MAR Y AFRONTAR LOS DESIGNIOS DEL CLIMA. Pero y con esto concluyo también me dijeron que existe un onceavo mandamiento QUE ES LA GRATITUD, y este mandamiento nos expone a todos nosotros a DARLE LAS GRACIAS a nuestro GRAN PROFE COSMER, gracias por cimentar en nuestros corazones el amor por la Matemática, Gracias por demostrarnos que SI SE PUEDE, Gracias por su paciencia a nuestras inquietas personalidades de niños, Gracias por compartir su tiempo con nosotros y finalmente GRACIAS POR SUMAR A NUESTRAS FORTALEZAS, RESTAR NUESTRA IGNORANCIA, MULTIPLICAR NUESTRAS OPORTUNIDADES Y DIVIDIR …..

Att.