Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos, para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor

. Este ejemplar no tiene costo alguno. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno.

Desmipción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura
En s u libro Philomphy in a NWAJKey, Susanm Langer obema que ciertas ideas estallan en el @ - ¡ e mtetechd cm una tremenda f u e n a . Resuelven tantos problema~ fundamenlales en un momento que también parecen pmrneter que van a resolver todos los problemas fundamentales, clarificar i d a s Las cuesu~nes oscuras. Todos se ahalanmn a esa idea como si fuera un fórmula mágica de alguna nueva ciencia positiva. como si fuera el cenm conceptual alrededor clel cual es posible constniir un I ema general de anlilisis. El súbito auge de xmjantc graAde idée, : n t . í m e n t e casi todo 10 demAs. sr: clcbe, di= E a aumra, "al hecho de eclil : espíritus sensibles y acliros se dedican inmediaramenle a explotarla. que Za preciarnos en roda circunstancia, para toda finalidad, ex~rimentamos las posibles exrensiones de su signifiwi6n estricta, sus generalizaciones y derivaciones". Pcm una vez que nos hemos familiarizado con la nueva idea, una vez que ésta forma parte de nuestra provisi611general de concepms t&ricas, nucstm expeciativas se hacen m& equiliiiracias en lo locank a los usos reales de dicha idea, de suerte que a ~rcmina i su excesiva popularidad. Sólo unos p o s fanfiticos persisten en su intento de aplicarla universalmente; pero pensadores menos impetuosos al cabo de un tiempo se ponen a considerar los problemas que la idea ha generado. Tratan de aplicarla y hacerla ex~enciva a aquellos campos donde resulta aplicable y donde es pos¡bFe hacerla extensible y desisten de hacerlo en aquellos en quc b a idea no es aplicable ni pudecxtendcrsc Si era valcdera se convierte cnlonces verdaderamente en una idea seminal, en una pme permanente y perdurable de nuestro arsenal intelectual. Pero ya no ~ c n aquel e prnisorio, grandioso alcancc de su aparente aplicaci6n universal que antes t e n i a la segunda ley de terrndin8rnica o el principio de la seleccidn natural O el conceplo de morivacidn inconsciente o la organización de los medios de prm ducci6n no lo explica todo y ni siquiera d o lo humano, pero, sin embargo, explica algo; dc manera que nuestra atenci6n se dirige a aislar 410 la quc es esc algo, a descrnbarazamos de una buena porción de seudociencia a la que, en el primer entusiasmo de su ceIebridad, la idea m b i é n dio nacimienu Que sea en realidad .Este o no el modo en que : dlm los ctniceptos cientfficns iundamentalmentc importantes, no 10 sé.Pw :nte este . e:squrmamca. -. Ja en el conccpto cle cultura alderlor del cual nacid toda la discipiina de l a anmpoloyia, la cual se preocup6 cada vez rnAs por limitar, especificar. circunscribir y contenrr el dominio de ;tquClla. L o s ensayos que siguen, en sus diferentes maneras y en sus varias direcciones están t d o s dedicadw a reducir el concepto de cultura a sus verdaderas dimensiones. con lo cual uenden a &asegurar su consmnte importancia antes que a mavwla. Todos cllos, a vcccs ei;plícilamcnte p r o con más f i ~ u e n c i a en virfud del anAlisis panicular que desamllan, prwoni7an un concepto de cultura más estrecho, especializado y, según imagino, tehncamente m69 viprirnso que el de E. R.

Geertz, C. (2001). Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. En La interpretación de las culturas (pp. 19-40). Barcelona: Gedisa.

Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos, para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. Este ejemplar no tiene costo alguno. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno.

TyIor. al que prercnde rmmpla7;ir, pues el " i d o summenlc complejo" de Tylor. cuya fccundid:id nadie nicga. me parece habcr llcgado al punro en e l que oxcurcce mhs 13scosas dc lo que las rcvcla. El pantano concepiual a que puede conducir el estilo pot-nu+u tyloriano de teoriiar sobre la cultura resulta palpatilc en lo que tdavía es una de las mcjnrcq intmduccinnes pcncdes a la antropología, Minnr fnr Man de Clyde Kluckholin. En unas vcintisicre ptiginaq de su capítulo sobre el concepto de cultun. Kluckhohn sc l a q ingcnia para dcl i n i r la cu2tura coma: 1) "el modo i o d de vida de un puchlo"; 2) "el legado social que el individuo adquiere de su grupo"; 3) "una manera de penar, sentir y crcet"; 4) "una absmcciiin dc la conducta"; 5 ) "una lcoría del antrop6logo sohre In manera cn que se con(luce realmente un grupo de perwnas"; 6) "un dcpósito de saber almacenado"; 7) "una serie de onentacionesestandanzada$ frente a problemas reiterndos"; 8) "conducta aprendida"; 9) "un mecanismo de rqiilacirin normativo de la conducta"; 10) "una serie de t6cnic.a~ para adaptarse, tanio al ambiente exfeíiorcama a los otros homhrcs"; 11) "un precipitldo de hsx~oria"; y tal vez en su dcsc~pcmci6n cl autor recurre a otr0.f slmiles, iales como un mapa, un m k , una m a m . Frentc a este genero de diqxrsi6n te6rica cualquier conccpm dc cultura aun cuando sea m6s restringido y no enienmcnte cqhdar, que por 9 0 menos sea internanenfe cohercnie y que, lo cual es más importante, ofrezca un armmen to surccptitile de ser definido (conio, para ser honestos, cl propio Kluckhohn lo comprendi6 capazmente) representa una mejora. El eclecticismo es contraproducente no porque haya únicamen~c iina dirección en la quc resulta Útil moverse, qino prque jusrarncnte hay muchas y es necesano clcgir entre ellas. El concepto de cuitura que prupugno y cuya utilidad procuran demostrar los ensayos que siguen es esencirilmcntc un concepto semi6iico. Creyendo c o n Max Webcr que el hombre es un animal inseno en tramas de significación que d1 mismo ha tejido, considero quc la cultura es esa urdirnhre y que el anfdisis de la cultura ha dc ser por lo lanio, no una ciencia experimental en busca de leyes, gina una ciencia inicrpreradva en busca dc significaciones. Lo que busco e s la explicaci6n, inierpretando expresiones swialcs que son enigrnli~icas en su superficie. Pero serncjanre pronunciamiento, quc contiene toda una doctrina en una ~Iduxula, exige en s i mismo alguna explical
' '

El operacionalismo como dogma metdol6gico nunca tuvo mucho sentido pw lo menos en lo que se refiere a las ciencias sociales y , salvo unos pmos rincontq demasiado iransitados +I conductisrno skinneriano, los tests de inteligencia, cte.esta en gran medida rnueno en la actualidad. Pero así y todo. hizo un aporte importante que conserva cieria ruena, independientemente de lo que ztno pueda pensar a1 tratar d e definir cl carisma o la alienación en términos operacionafes: si uno desea comprender io que es una ciencia, en primer lugar dchería prestar akncidn, no a sus teorías o a sus descubrimientos y cieriamente no a lo que Iw abogados de esa ciencia dicen sobre ella; uno debe atendcr a to que hacen los que la p c u c a n . En antropolagía o. en todo caso, en mtroplogía social lo que hacen Iw que la practican es etnografía. Y comprendiendo lo que es la emop-afia 0 m5s exactamente lo que e s hacer ~ l n o ~ r n sc f i pudc cornen~ar a captar a qirrl. equivale. el anfilisis anwopolbpico como forma dc conocirnien~o. Corsrsponde adveriir ensepida que Csm

Geertz, C. (2001). Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. En La interpretación de las culturas (pp. 19-40). Barcelona: Gedisa.

para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. En La interpretación de las culturas (pp. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. (2001). 19-40). Este ejemplar no tiene costo alguno. C. Barcelona: Gedisa. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. . Geertz.Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos.

19-40). Barcelona: Gedisa. (2001). Este ejemplar no tiene costo alguno. C. En La interpretación de las culturas (pp. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. . El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor.Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. Geertz.

o ba. pcm le dio autorimci6n vertial y le dijo: "Si te matan.wirlos y ya estaban dispuestos a atacar. En La interpretación de las culturas (pp. e1 capitán Durnan no @ia darle oficialmente pemiso a caiisa dc la prohihicidn francesa del mezrag. Este ejemplar no tiene costo alguno. este heros llama~mos io (que lo nuestros data son realmente interpretaciones de ~~lterprebciuii~a UG V L C F ~~~~1 5 o nsobre a s lo que ella? y ssw compatriotas piensan y sientenj queda oscurecido prque la mayar parte de lo que necesitarnospara comprendcr un suceso particular. Barcelona: Gedisa. Los dos gnipos se pusieron pues a hablar y hablaron y hablaron cn la llanura en medio de rniUares de wejaq. el frands encargado de toda la regibn. un silo. es asunto tuyo". Pcro las franceses terminaron por ponerlo en 11lxrtacl y Cohen regresó n su hogar. Scílo que lleva a una idea de la invesiigación anvopol6i escritos . ' < " # . lgicos k mninados. C.por fin decidieron rcpam los CIaAos con quinientas ovejas. se insinúa como inFomacih de fondo antes que la cosa misma sea directamente examinada (Ftevelar. con cl fin de recqer la indcrnnizacibn que le m e s p n d i a por la? regla iradicionales. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. para quejarse dc lo cicmidrr. . creyd que había muerto. el jeque de ia mbu de M a m u ~ ha.) Esto no entrafia nada parliculamente malo y en todo ca7o es inevit?lile. Pera cuando vieron quienes eran los "ladrones de las ovejas" cambiaron de idea y dijeron: "Muy bien. 19-40). de mque cuan& C&n pidiá autonzacidn para ir con su atrendadur del mnrag. M francesa y estahan en abierta rehli6n. 6s elcrner Geertz.y no estaban dispuestos a dcsatar una contienda . Los de la oba tribu pmzo Ilcgaron rnonmdos a attallo y amados para pxe. inctusci en los reunidos en este libro. en la cual desde luego no había franceses: desliífandosea humdillas se apodmrm del pastor de la tribu ladrona y de sus rehanos. aunque sin sus ovejas. Citado textualmente y de manera aislada coma "una nota metida en una htei". no leniendo noticim suyas durante largo tiempo.es tal decctipcibn. No es cosa mía". Realmente no paiian negar lo que hahia ocursrdo -que algunos de sus hombres habian desp j a d o a Cohen y dado muerte a sus dos visitrintes. hablaremos". Pcm el come1 le repl ic6: "Nada puedo hacer en este asunio. Lss dos grupos armados de berékres sc alinearon entonces montados a caballo en dos exvernos opuaqtos de la llanura teniendo entre ellos el ganado. el judío y un pequeiio grupo de h a n k q armados de Marmusha recommon diez o quince kilhmcíros monitaRas miba por la zona rebe[de. l a s Francew no creyemn lo que cn d i d a d había ocurrido y lo acusaron de ser un cspia que trabaptra para los bev5beres rekldes.este pasaje da (corno lo harla cualquier pasa^ semejante presentadoanillogamen) una buena idea de cuantas cosas cnmn en la descripcídn etnogrlifica aun del tipo ia idea de cuán exmordinanamente "densa'. una idea o cualquier otra cosa.seria con los de Marmusha porque cw suponidría una lucha cm los invasores. Asi Cohen ohtuvo sus ovejas y remrn6 a ñlamiusha. Entonces el jeque. Los franceses del fuerte lo oyeron llegar desde lejos (Cohen p'taba feliz ~ r 10 ocurrido: ~ "Ea. que este pequciío drama se dcsamllh en 13s tierras altas del ceniro dc Marruecos en 1912 y quc Tue contado allí en 1968. Acudid entonces al coronel de la ciudad. una costiimhre. cletem ina gran p a r te de nuestra comprensidn de ese drama. entonces Cohen con su negra vestidura talar y sus sueltas pantuflas se mctid entre las oveja% y comenzd a elegir una p r una a su piacer para r e s i r s e de los Mas.Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. ba'3 y S& prepntamn "¿Quédiabtos es cw?"Cohen dijo: "Este es m i 'ar". p r ejemplo. (2001). Lo encarcelaron y le quitaron su panada Su Frimilia que vivía en la ciudad.

. pues hace que la empresa s e parezca demasiado a la zarea de! ernpl~do que descifra. no cn las grafías convencionales dc representación sonora. establecer limitaq de propieciad. En La interpretación de las culturas (pp. no explícitas. c. no es una entidad multa. ". dad dc in~erprelacfónque en realidad cs. impre~ronislñ?". aquello por lo que hay que psegunM r no es sti condición ontol6gi. siignlfica a'Ig+. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. estA p r entero mal planteado. grca que la concibe m& como una actividad de obsewacibn y menos como la ñctivi. irregulares. Una vcz que la condiicta humana c~ vista como acci6n sfmbdlica -acciOn que.picrdc sentido la cuesrión de saber si La c ultura es c:onduc!a r:smcttlmi33. esmcturas que son al mismo tiempo e x m a s . Luego volver6 a ocuparme de esra afirmación dernaqiadn compacta así como de los detalles del texto mismo. los beriEbem y los franceses. ApoyAndonm en la baw f5ctica.. para captarla7 primero y para. sino en cjcrnplos volátiles de conducta modelada. la m a firme (si cs que la hay) de toda la cmpresa. barrero.Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. y luego continum'a m o s m d o c6me (y por qué) en aquella epoca y en aquel lugar h copesencia dc tos m s elementos produjo una situacihn en la cual el sistern8uco malentendido redujo la forma tradicional a una farsa social. El inwrminable dehaic cn el seno de la anuaplopia sobre si la cultura p "subjetiva" u "objetiva" junto con el intercam hio rcciptmo de insultos intclect~iales C'i Idealista!". GuiiIos sobre giilos sohrc guiiins. (2001). . observar sitos. explicando explicacicines. es pues pública. a una 1~structura de -. e I color cn la pintura."jcond~clista?"'. lo que es peor. Y a q c o wum hasta en los niveles de trabajo m& vulgares y mtinrinos de su actividad: enrrevistar a inronnanks. expresión un tanto equívoca. en nuestro lexto. Hacer emografia es como tratar de leer {en el sentido d e "interpretar un rextb') un maniisnlo exuanjero. elicim tfminos de parentesco. Este ejemplar no tiene costo alguno. Aqua'. ~ En C I c a w ur uri gurrio hrirlc~co o de una fingida correría para apode: m s ede civcjas. plagado de elipsis. y a las cuales el em6@o debe ingeniarse de alguna manera. C. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. e x mbajo de discernir comenzaría distrnpiendo las Lres diferenm esmcluras de interpreiación que inteMencn en la situaciirn.escribar su diario. 19-40). muchas de las cuales están sqcrpuesm a enlwadas entre si. lac líneas en la escritura o el sonido en la iniisica. lo mismo que un piAo burlaxo o una c u m ' a para a~~ de ovejas. expXiwlas dawués. El anáiisis consiste pues en desenmñar la$ csmcturas de signif1caci0n-la que Ryle Ilam6 c6dipos establecidos. los judíos.uando más hien se awmeja a la del critico Iiterari. Por ahora sólo quiero destacar que la etnografía es dcscripcj6n densa Lo que en m l i c t a d encara el e a 6 g d o (salvo cuando cski entregado a la m8s automáticade Im nitinas que es la recolección de datos) es una rnulriplicidad de estructuras conceptudes complejas. Barcelona: Gedisa.ica . ---1 la rnentc. aunque no es física.y en determinar su campo sociai y su alcance. "jmcntalista!". ese dmurncnto activo. de incoherencias. ya desde el comienzo nos hallamos explicando y. fue una cmfusidn de lenma~. ". lo misma yiie la fonación en e1 habla. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. hacer censo de casas. Aunque canrienc idhas. o hasta l a ?dos cosas ~ U I I M irie~cladas. Lo que perjudicd a Cohen y junto con 6 1 a todo el antiguo csqucrna de relaciones sociales y econhmicas d e m m del cual 61 se rnovla. la cultura no existe en la cabeza de alguien. L a cultura. Arluello por 10 que hay que prcyuntar -m*---A -1 ' 3 Geertz.posiiivista!") que lo acornpiifia. .Eso es Io mismo que los m a s por nn lado y los sueños por el otro: son coa de mic mundo. de sospechosar enmiendas y de comentanos tendenciosos y adernhs escrita.

ncia coherente de sonidos modulados * n una palabra. lo que se exprwa a mvh de su apancidn y y r su internedio. en pa. Pero aunque estas dos confusiones tdavía subsisten e indudablemente subsistirán siempre. hallarse en disposicidn de tocar y (como re7a la vicja broma) iener iin violín. Como a primera vista este enfoque parece lo bastante pdximo al que estarnos desarrollando aquí para que se lo confunda con 61. esto es reificar la cultura. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. Para mar el violln e s necesario poseer cierta incIinacihn. Pero que un cuarteto de Beethoven es una esfnictura lona1 desarrollada en el licrnpo. Pero mar el violín no es ni la inclinación.pues siempre hay esplritus i n c m g i hles. tablas. esta vez un pawje que ha llegado a convemrce en el bcw classicus de todo el movimiento. 19-40). ni el estado anímico. incluso sobre fa manera de ejeciilarlo. Designada de varias maneras. Una dc eEla~ es irnag~nar que la cultura es una realidad "superorgánica". ni el conocimiento. uinviene decir explicitamente lo que los divide.~. ni la deqlreza. análisis cornponencial o anmpologia cogniriva (una terminologi'a flucaiank que refleja profunda incertidumbre}. pero sumamente ilustrativo en este caso.pu hay numerosas r n a n e m deoscure~crla. creo. dc ser seguida. para cim de nuevo o G d e n o u g h . qliizh su principal expositor. 'Winguna de estas casas" t a i vez sea una expresihn demasiado fume. iirbales y otras ingenuidadcs) rcflcjan lo que los nativos "realmente" piensan o si son merarnenk hdhilcs simulaciones.~mt. . n i (pner atemifin. "La cultura de una sociedad''. de lo que es damibirla: la exposicih de reglas sistemdticas. Este ejemplar no tiene costo alguno. s e a n fa cual "la cuItura (está situada) cn el cntendimiento y cn el c o d n de ios hombres". con la dmtreza y conocimientos necesarios para tocarlo. conocimienios y talento. con la comprcnsiOn que ~icncn dc 61 ms cjwutantcs o cl piíblico. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. me refiero a la conccpci611. o pasar (dejando de lado la apariencia física) pm un nativo. esm escuela de pensamiento s o s t i c . esto es reducirla. y cI restiltado no ha de sorprender: un violento debate sobre si los m5lisis particulares (que se realizan en la forma de taxonomias. En La interpretación de las culturas (pp. hwÍa posg Me obrar. es por su sentido y s u vcllor si es mofa o desafío.Y partiendo de este concepto de Io que es la culiura resulta una concepcidn. C. músic* y no cl conocirnicn!o de alguien o la crecncia de al~iiicn mhrc algo. la [irente principal del embrollo tc6rica que presenka la ankropología contemporánea es una concepcldn que se d e s m l l ó c m o reacci6n a esas dos porturas y que ahora está ampf amente smtenida.Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. ni (idea que aparentemente ahra. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. Mgicarnentc convincentes p r o siistancialmcnie diferenies de lo que piensan los nauvos. Si por un momento dejamos a un lado nuestros guinos y nuesuas ovejas y tomarnos un cuarteto de Beethoven como un ejemplo de cultura muy especid. Estopodrii parecer una vcrdad cvidcnte. "consiste cn lo que una debe comer o creer a fin de obrar de una manera aceptahls para sus miembros"'. es iina pmposicihn que pmhahlernente se acepte despuks de cicrt~ reflcxi6n. de individuos guían su conduca. igualmente afirmada. un subjetivisrno exuernado se vincula con un formalismo extremado. con fumas y fines propios. ciem destreza. una especre de algoritmia ernomficaque. pandigmas.rñn los que c m n en Geertz. ciobismo u ore110. Otra manera es pretender que Ia cultura consiste en el craso q u e m a dc la conducta que observamos en los individuos de alguna comunidad identificable. crrnclusa cn si misma. una secue. De esta manera. a los reduccionistas y a los mificadorcs) con una dcreminada epxcicin del cuartclo o con alguna rnisicriosa entidad que mwiende la existencia marerial. nadie lo identificará. (2001). para ciw a Ward Gmdenough. etnociencia. con su partitura. Barcelona: Gedisa. b h o diera. que ~ la cultura esta cornpuaqta de estnicturas psicol6gicaq rncdiante las cuales los individuos o m p . como.

de la pzmnalidad. la gcnttica.a sea aiin peor priesto . Este ejemplar no tiene costo alguno. En La interpretación de las culturas (pp.. y especis2mcnte advertir que declr que la cuitlrra :n estnictum de s i ~ n iicación l sociaymente establecidris en virtud de las cua te hace cosas tala como scfíales dc conspiración y se adhiere a éstas. el deser.a otro. ni el deseo. {o fingir ial conda) sin saber lo que es apoderarse de una ovcja y la manera práctica de hacerlo. Uno no puede hacer una guimda (o fingir burlexamentc una pifia&) sin conocer lo que elh significa o sifl saber cómo contraer físicamente el phrpado y uno no puede llevar a cabo una correría para aducflmc d~ ovcja~. tocante a ccia i Sn.eS tan dem otdora para un uso efectiva del concepto dc cultura como lo son las falacilas del coinrlucrisrno y del ~dealismo dt: las cual(:S cl copitivisrno es una comcióri mal perl:efiada. la forma progresiva de1 vertro. Y tal vez asta falaci.Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. La cultura es pública potque la significacidn lo es. la clasificación de Ins vinos. 19-40).. C. Ea ctltica gnenlizada de las teorias personales de la signi ficacidn constituye ya (desde el primer Husserl y el ultimo Wittgenstein) una parte tan importante del pensamiento moderno que no ne~esitamos exponerla aquí una vez más. como hubieron de d e s c u ~ r l o en una oca~iiin anterior siete parientes de1jeque dc Mamusha a quienes &te huo ejecutar como consecuencia del robo de una rnugnenta y sarnosa pies de ove. rnrentras uno en h b e cizrfinico degollar un cordero ante los miemhms varones adultos dc la tribu reunidos en el lugar) y poseer ciertas mcten'sUcas psicol6gicas (entre otras.es i r nmmntc ~ te'ner en cuenla que 1i n ser hunnanci piicde ser un er vamos 3 tin pnis e npleto par. Slephen Tyler) en "fenbmenos menwles que pueden [el aumr quiere decir "deberÍan"] ser anatizados mediante rndtdos formales semejantesa los de [amatemática y la lógica". Ya que hemos nclnibrado a Wiltpcnstein. Lo que en un lugar como Marniecos nos impide a quienes nos hemos criado haciendo senas capm la significaci6n de las sefías de otros no es tanto ignorancia de cómc) opera cl procesu dl e conocimiento (aunque si uno supone que ese proceso opera de la mismaI manerB t:n que opzra en nosoires tal supsicidn contnbuirh mucho a quc c:onozcamos. que sus errores son más retinados Y sus deformaciones r n k sutiles. ima~tnaovo en el cual los actos de esas gentes son signos. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. de cosas distanies). Pero sacar de esras verdades la conclusidn de que s a b r pinar es guilfar y sahet robar una oveja es una correría pata robar ovcjas s u p n e una confusi6n tan profunda como tornar descripciones débiles y superficiales p r descripciones densas. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. Barcelona: Gedisa. ei derecho común e la nociOn de "una rnaldicih ~nndicional" (como Weskrmmk definió el concepto de 'ar. identificar la p i h d a m n las conmclones del p k p d o o la correria p m robar ove. Pero el pacto cornacial no es ni el de@elIo. aunque es bien rcal. .en virtud del cual Cohen mlarnaba reparrtcifin de los daños sufndos].menos de ial proceso} como falta de familiaridad con el universo . N{3s damos cuenta de esto cuarido de tradiciORCS comptetamente exrrafiri1 s para noSO- Geertz. podemos farnhi&nc i ~ l ahora: o "Decirnos dc alguna$mrsmas que son transnarenies nara nosotms. "la c u l m rnak~id")l violín. Sin cm bargo.jas cm la cwa de animales Ianudos fuera de los campos de pastoreo. de la estructura cognitiva de alguien) o decir que la cultura es el tantrismo. Para h m un pacto comercial en Mamecm m dehe llevar n catm ciwtas cosas de determinadas maneras (entre ellas.ja carente dc t d o valor qi~c ~nenecía a Cohen. (2001). L a falacia wgn~tivista 4 e que ta cultura consiste (para citar a otro vocero del movimiento. a pt:n:rrrt: irisulms y conresta a c l l o ~ no es lo mismo que decir que se tratñ de un fenómeno psicol6gico (una m t e n ' s t i c a del espfritu. Lo que se impone es darse cuenta de que el fi alcanza a la antropología.

es uello en que consiste el escriio antropolópico como crnpeno científico.) No pdemos . mfis me esluer7.es pues esencialmente un artificio para oculiamos nuesm faltade. m t o mas liigicw y singulares. No rnmprendewws a la penle. ignorando ias acepciones provinciales. capacidadpmrelacinnarnosperccptivmente con lo q i ~ c n m xsulta misterioso y con los demas. larnhién aspira a Ia instrucción. m s :y. la cultura es un contexto dentro de dos e m fenómenos de m a m inte'tigihle. Es esm maniohm. al proeso m m l y a d~ccubrir el orden natural de Ia conducta humana: y no es la anrropo~ i la a única disciplina que persigue csia finalidad. Entendida cama sistemas en interaccihn de siyos interprcrahla~ (que. haher encontrado apoyo. como a menudo '. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno.cs decir. Nada e s rnhr necesaio pam compren- Geertz. algo a lo que puedím atribuirse de manera causai acontecimienlos sociales.los coloca en el marca de sus propia% aivialidades y disipa su opacidad.e ha pretcndii.0 por comprender lo que piensan y sienten los marroquíes. yo Ihmaría sirnboloxj. 19-40). al entretenimiento."Si hablar por a l ~ otro n p m un proceso mi~icrimo". S610 los. románrico%o los espías cncontrarían sentido en haccrlo. a la qiie suele designarse demasiado smcialmenle como "1lcrla~ cosas desde el punto de vista del acror". aun teniendo dominio de la lengua del paír. me parecen. 10 que es m&. . sino la medida en que su significaci6nvaisegún el esquema d e vida gue lo informa. Desrlc luego. d e k por eso ejecuiarse con gran cuidado. Pero se trata de una meta a la que se ajusta p u l i a m e n t e bien cl concepto wrni6tico de cultura. siempre con excesos. maniobra que.) Dicha comprensión los hace accc. una cuesti611 bastante mAs dificil. (Y no a causa de no sakr lo que esas gentes x diccn una$ a otra%.ampliar el universo d d discurso humano. b que a menuao conduce a la i d a de que la antrogolmía e s una varierlad de interpretación mena l a Farp distancia o una fantasía sobre las islas de can~hles. legionarios fmceses. En La interpretación de las culturas (pp.wntimos c6rndns con ellas". densa exdkico -jineL a famosa identificxidn antropnl6gica con le (pwa i tes berékres. (2001).Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. ''esto puede dehcrsc a que hablar a alguien m parece lo suficientemente misteriod"' Considerada la cuestihn de esta manera. no es ésta su Unica iinaliid.s. moclos dc ccinducra. No trata3s (O por lo menos yo no trato) de convertirnos cn nativos (en t d o caso una palaa comprometida) o de imitar a los nativos. institucioden d e s c hine ~ s o procesos smiales. demasiado Iibtemmcnte como el enloque de l a Ver.obsefvaba Sranley Cavcll. para alw n o s deseosos de navegar a mvds de 10% ~CSIOS de una docena de f i l o s c i f i a ~hundidas. al consejo práctico. r n e r c a c h l k ~ judios. 1 las bases en que uno imagina. Este ejemplar no tiene costo alguno. tratar de formii. Como experiencia personal la invmtigacibn einoflca consistc cn lanzamos a una damtenedora aventura cuyo kxito s61o se vislumbrñ a lo Icjor.~feSlen o dernasiadn iknicñmente como "an5lisis Emico". la cultura no es una cntidad. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. C. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. Lo que procuramos cs (en el sentido amplio det termino en cl cual &te designa mucho m& qtic la charla) conversar con ellos. (y no shlo con extranjeros) de J o que generalmente se recom. la finalidad de la anqmlogia consiste -.cihles. Barcelona: Gedisa. Observar lo comente en jugms en que esm asume f m a s no habittiales mueslra no. Comprender la cliltura de un pueblo sup e captar su -ter normal sin reducir su ~ c u l a n d a d(Cuanto . la arbitrariedad de la conducta humana (no hay nada especialmente arbitnrio iin bar ovcjaq violentamente en Mamiczo~).

der lo que es la inierpretacih anrnlogica y hmta qu& punto es interpretaci6i-1 que una comprensión exacta de [a que srgniriw -y dc 10 que no s i p i f i c b alirmar que nuesms fomulaciones sohre sistemiis sirnb6liccis de otros puelilos d e k n orientarse en funci6n dcl actor. por el momento d c j d a un I d o c "1 pmblmn & los I6 h c s ci mrqlep. Normalmente no cs ncccsario seflalar con hnio cuidado que el ohje~o de esruidia es una cosa y que el estudio de ese ohjcko er oaa. Geertz. algo "formadri". *. Este ejemplar no tiene costo alguno. Esia es una diferencia de m . atendiendo a las fhmiulxq que ellos usan para definir "10 que Ies ssucede. Pero. comenzamos con nuesms prupim inrerprefaciones $e lo que nuestms urformuntes son a p i ~ que m son y lwgo las s i s r e m t i z m s . los escritos anuopolhgicos son ellos mismos inteqmmciones y por añadidura interpretaciones de segundo y lmer ordcn. el . el padrinazgo y la jefatura En suma. basados en o L m trahjns antropilbgtcus 00s di rss.. d e rala interpretaciones. m las que la mtcrpraacih '"nativa" pede alcan7ar niveleí suprimes (en t l r a s o del Mapreb bmtm pensar c m h Jlildun y m el caso & los Errndm Lnidns en Nargarei M&) eslas curctitnes se huien vtidadernmcntc inrrimicadas. en tanto que en e l ptirner caco los actores estdn in terprelados como reales y los hechos como ocumdos. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. seafin ellas rnismm declaran. un cornerciantejuaioy a un rnrrirar francés en el ~arruecos de 1'312 c~nslituye claramente un acto imaginativo. drgamos. a . los a c m están rnprmiadm como si na hubieran existido y los hechos como s i no hubieran ociwido. C. 19-40). El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. l o w d Ucnc gmfimda irnyiortanclq pen. . Fn las culnirar d u m d a ~ . ncI necmamente krilsas o inefcctivas o meros ntos men!ales de "( :omo si". la propiodad. Lo que no significa ex que lales descripciones s a n el las mismas hereberes. el honor.)2 D e manera que scnr ficciones. Dclien elalxirarse atendiendo a las interpretaciones que hacen de su experiencia personas pertenecientes a un grupo pparticular.mAisis penetra en el cuerpo mismo oei objeto -es decir. Es d a r~ que cl mundo físico no es la fIslca y que una clave esquemárica del Finnegan's Wake no es el FinnegaiT "S Wake. l a s rerelaciones que tenian entre si un rnMico de provincias frands. son antroplógicas pues son park de un sistema en desarrollo de análisir científico. la dignidad y la justicia k t a la ribu. su Lsoha y adúltera esposa y el Iutil amante en Ia Francia del siglo XiX. "cornpucsto"3 significaicibn deJE crio-. de las concepciones (rnarmquies) de W a s las cosas. es io que na riegado a m w e r s e m o "rnmlelos notivos". r w i r i u Y ~ ~ N G UIUW CUW~OS ~ ~ S y O espciales S pmhlema?e de segtindo ordm. desde el punto de vista del acror. . la linca que separa la cultura (mamquí} como hecho natural y la cultura (marroquí) cmo encdad teórica tiende a borrarse.1 Lo cual significa que las dcxriwiones de la cultura de kdbzres. judíos o francexs asignan a l a ?cosa$. judios o franccstrs dekn encarme atcndicndo a los valores que imaginarnos que berfkres. sólo un "naúvo" hace interpretaciones de primer orden: se ti-ata de su culhm. un cuarto d e n o aún m l lo ~ y Ios i cm frecuencia y hasm hahitualmentc dan iorcrprctaciune~de scgmidc omm. Barcelona: Gedisa. parte de la rcal iclad que están describiendo. y mto rná~ si la iiltirna es presentada en la foma de una dcscripcidn. €labrar descripiones orientad a s hacia el pi ski del actor de los hechos rt:lativos a un caudillo beréber. (Por definicidn. En La interpretación de las culturas (pp.. ficciones en el sentido dc que son algo "hecho".judías o francesas.Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. en m d o alguno drferente de la elabomci6n de análogas desnipciones de. En el ultimo caso. . desde la violencia. I m tmbnjw anrmpl6gicor. y son antmpolrigicas p r q u e son en verdad antrop6logos quienes las elatmmn. por ejemplo) pueden CFEnamCnre ser de. (2001). porque son descripciones. 3 No d o t ntrqmlogír pode cjcrcitarsc m la d t u n de la cual ella misma f a m a pa murre cada vez en mayor medida. es decir. como en el estudio de la c d m . Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura.

de reducir el enigma -1qd clase de hornbrar. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. en la exposición del museo y hoy en día a veces en la petícala cinematogrAíica.Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. Peto la importancia no reside en el hccho de que la historia dc Madame Bovary fuera una creaciOn Ji teraria en tanto que la de Cohen fuera $610 una anoiacihn. en el articulo. iposición de que no conviene a nuestro interés pasar por alto en Ia conaucra nuniana las propicdsdes mismas que nos interesan antes de comenzar a examinar esa conducta.diinowski) es la de saber si la descripción disringuc los guifioc de los Ucs y los gu~fios verdaderos de los guifios fingidos. no atentticndo a un cuerpo de dalos no interpretados y a descripciones radicalmente tenues y ssipcrficiales. no la realidad social. de conformidad con los simbolos centrales alrededor dc los cmles se organizd ta cultura. (2001). no paca irnprtancia. ha elevado a veces sus pre~ensiones hasta el punto de afirmar: como lo que nos intercsa son sMo esas propierladcs no necesiumos atendcr a la ccindricta sino en forma muy sumaria. Los antrop6logw no siemprc nuvieron conciencia dc cqk hecho: de que si bien la cultura exis~c cn aquel puesto corncrcial. Esto plantea varios problemas serios de verificación. En La interpretación de las culturas (pp. sino que dependc de1 grado en que e% autor sea capaz de clarificar lo que ocurre en tales lugares. C. son trsos?-al que naturalmencc dan nacirnlcnto hechos no familiares qzie surgen en escenarios desconocidos. Como dijo Thoreau. especificando Ias relacionm internas que guardan entre sí esos elementos y luego caractei~andetuda el sistema dc alguna manera gcneral. luego :uestidn fundamenlal en nodo ejcmplci dado en la descripc16n(ya se 'trate de una nota aislada de I s i librela de campo. la antropología existe en el libro. 19-40). sino el artificio erudito.el problema de cómo hacer una relacidn mejor a partir de otra menos buena. . El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno.sinoalendiendo al poder dc la imaginación cien~ífipara ponernos en contacto con la vida de gentes exrraiíar. Este ejemplar no tiene costo alguno. Las candicioncs:de su crcacibn y su sentido (para no decir nada de la calidad litcnria) difieren.. no e la pena dar Ia vuelia al mundo para ir a conw los galos que hay en Zarnibar. aislando sus elementos. o si La pajabra "venficaci6n" es demasiado fuerte para una cicncia m blanda (yo preferiria decir "evaluacihn"). corno si f u e rm una rnáwara o una escultura ex6trca. cn h confcrencm.. la cultura se a b r d a dcl modo mas crectivo. entendida como puro sistema cirnb6lico (la irase que nos atrapa es "en sus propias timinos"). Aunque represente un paro mejoramjento respecto d e la nmi6n de cultura como "conducta Geertz. como la om.. y ese hecho a su vez parece amenazar la condicidn objetiva dcl conocimiento antropol6gico al sugerir que la fuente de esre es. Ln amenaza. Barcelona: Gedisa. Pcro una historia es tanfictio. o dc una monoparia de las dimensiones de las: de M 1 . continúa esta argumentación. Pero aquicsd precisamente la virtud dc la etnografía. en el fucrie de la manralra o en la correria para robar ovejas. El derecho de la relación etnogrAfica a que se le preste aienci6n no dqcnde de la habilidad que tenga su autor pan recoger hmhm primitivos en remotos lugares y llevarlos a su país. una diferencia que precisamente M a i m e B o v q encontraba dificil de encender. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. pero se bata de una amenaza superficial. Debemos medir la validez de nuestras explicacioncs. Si 3 es dexsipci6n d c n s y los etnógrafos son los que hacen las descripciones. Darse cuenta de eslo siyni Ficü comprender que la línea que separa modo de representaci6n y contenido susmntivo na puede tra7arse en el análisis cultural como no pucde hacérselo en pintura. con las esmcrum subyacenres de que ella es una expresi611. "una hechura". o con los principios ideológicos en que ella se funda.

este enfmliie hemi5iicn me parece correr el pzligro (y de rnancra crecrenie ha caido cn 61) de c e m r lar. de todo el vasto ncgocio aei mund. C.Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. Hay que atender a la conducta y hacerlo con cierto ngor porque es en e1 fluir de la conducta. y aunque sea la fuente dc a l ~ n a v si~omsas concepciones tdsicas en Ia antmprilopía conicmpAneñ. N o vcn gran iicneficio en despiar n iin concepto dc lo$ dcfcctos de1 psicolo~ismo para hundirlo inmediatamente en P o s del esquematismo. . Lo mismo que c n rmio di!. de una sociedad. los h n ceses rnosiraron su mano imprial. ta iuem de nuawas íntetprelaciones no puede estribar. de una historia.la agudeza de s i l autor o las bellezas del orden emlidiano. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. En La interpretación de las culturas (pp. y no de la?relaciones intrínseca? qw puedan guardar entre si. aun manda. Cualesqliieraque sean los sistemas simb6licw "en sus pmpim th-rninos". El enredo de las ovejas -su mb. aprendida" o como "fenr5menos mentales". en diversas claseq dc aneractos y cn diversos estados de concirncia:pero tsms c o h m su siprficacidn del pap1 que ~fexernpeiinn pittgcnstein diría de su "uso")cn una eshicliira operante de vida. a admirar la elegancia de su redacci6n. pues de otra rnancra no los llamanamos sistemas. mhs precisamrnte. como lo indiqué antes.o.puerta!: de1 anAlisis cultural a su objeto propio: la ldgica informal de la vida rml. p r supuesto.su devolución reparadora.nos lleva a la mdula misma de lo que es-la interpretacihn. Cohen ir~vocah a i pacto mercantil. y la observación rnuastra que normalmente tienen bastante coherencia. el jeque y el capitán Durnari hacian cuando se embrollaron TUF r c ~ t i v pmpósm~: ~ s practicarel comercio.C m que nada ha h e ~ h o m& pani dcsacrcclitar el andtisis culnsral que la cmstnicci6n de impecables pinturas de orden formal en cuya verdad nadie piiede reñlrnenre m. Barcelona: Gedisa. Lo que crea nuestro clrama paqorat y de lo que unta por lo unto ese drama e s lo quc Cohen. Sin cmhargo. Una buena interpretacidn de cualquiercosa . Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. d e lo que x l e s hace a ellas. Co- Geertz. L a encuentran tambikn. divorciarla de lo qi -de lo que en un determinado momento o lugar dicen determinados persm que estas hacen.d e un poema. de una instiiucicín. de la acci6n m i a l . (2001). pero nada ~iene que ver con la rarea que debia realizar desentrafiar lo que significa todo e enredo de las wejas. es dccir.curso. Otra implicación de esto es la de que la coherencia no puede ser la principal prueba dc validez de una descripción cultural. nada hay mas coherente que la alucinaci6n dc un paranoide o que el cuento de un estafador.es {o eral esencidmente un discurso social. Al mlamw su "r. Cuando esta no Io hace así. el cMjgo -o determina Ia conducm y lo que realmente se dijo n o era m necei* w i 5 hakrlo dicho.dicha intwpreración podrá tener sus encantos. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. al reconocer la reclamaci6n.y no disponiendo entidades abstnctls en esquemas unifiCarlos. Este ejemplar no tiene costo alguno. fuera un discurso d c m l l a d o en mllltiples lenguas y tanto en actos coma en palabrm. enernos acceso empírico a cllos cscnirando los hechos. 19-40). dc una persona. la confíscacidn política de eElas. Si lain 6n anmpidgica a realizar una lmnira de lo que ocurre. el jeque dedraba a la m h de los lachmq al aceptar su colpabilidad la tribu de los ladrones p g 6 la indemni~ñci6n: deseusos de hacer sakr con claridad a los jeques y a los mercaderes por igual quitnes eran los que manhiban alll a h m . Los sistemas culturales deben poseer un mínimo parlo de cohcrcncia. como tan a menudo se acostumbra hacerlo ahora.establecer el dominio fmnds.defender el honor. sino que nos conduce a cualquier otra parte -por ejemplo.donde lac f m a s cul hrrales encuentran artículxi6n.es divorciarla de sus aplicaciones y hacerla vacua. en la tenacidad con que las interpretaciones se articulan firmerncnte o en b seguridad con que se las expone. de un ritual.

Ioi. muerto en el prmeso de lo que los franceses llamaban "pacificaciOnw. #. pues si 10s iliosoios oe uximd recumn a cuenzims.ii-iiius yui dichokn el hablar esa exterimizaci6n intencional constirutiva de la finalidad del discurm gracias a la cual el sagen . en enunckidn. Este ejemplar no tiene costo alguno. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. ec: hix y arilnilm hay p r rupiicao forngrafiitfi.en parte como peregrino y en parte como pa:ante. dernoswi r en qut consiste una piwa de interprekión antropol6gica: en t w a r la c iuva de unI dieurso socia3 y fijarlo en una forma susceptible de ser examinada. Los franccqs si hubieran sido m& m i l e s y menos Gurs (como en c k r o lieganxi a ser lucgo hjo la tutela seilorial del mariscal Lyanrey) podnan hater permitido a Cohen que con. sino lo 'dicho' en el ciLlviai. dihiijos. museos. (2001). '"u pacificador" se rclird a vivir de sus recuerdos al sur de Francia y Cohen el año pasado se fue a su "paria" I m l . se aparta del hecho p a s a ~ r o que cxistc s61o cn el momento en que se da y pau a una relricidn de ese hecho que existe en sus inscripciones y que puede volver a . y Cohen podn'a haber llegado a la conclu~i6n dc que. Y h s ~ ~ h C r L . que aún s e resistía a la autmdad francesa.los pone por escrito.podna haher considerado la incursldn corno algo "real" y @ía haber decidido luchar en lupr de ncpociar.e l decir.cer consultada. En Geertz. En suma.€m m i s aaaammte.precipihdoc. pegunla: . en parle como refugiado. rr~isrros.e* "'Noel hecho de hablar. fenorneri nes. . mayor prtc de la mografia se cncmtrarú lihm y ~niculoiantu que m películar cimitiogrÁficns. . los fmcesespdrían haber intentado no ranm humillar a Cohen como someter más firmemente a ellos d propio jcque.tiende a mvertuse en AursnRe. Hace ya mucho tiempo que rnllui6 el jeque.e en ladisidencia. Paul Fticmur. iahlas. el 'contenido'.~ ~fiu é ja la writum?'' os . a c . C. Barcelona: Gedisa. podna haber rechazado la reclamacidn. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor.Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos.spub cuando el protectorado Heg6 a ejexw genuina sohrania Pero lo importante aquí no es dcscnbir lo que ocurría o no ociida en Marruecos. en lo enunciado.el capitan Durnari. Y eso fue mimente lo que más o menos ocurrió poco de. los redacta. PeriD lo que ellos se "di~emn" mal (en el cenkildo amplic ino) um :n una meseta del Adas hace sesenta ailos ha quth d o con -no e. 19-40). de quien u ~erf esta . pero esto de t d a s zurren a grandes p~mposicici n a iI C nos ha~ lleva a un más pnxisa de n uestra pre gunia inicial cc cl e t lfo?": el escribe. La tribu de los ladronw.cubrirniento # . El jque. En La interpretación de las culturas (pp.. la 'intenci6n11del hablar.y r. (?dende de este simple incidente uno puede llegar a enormes complejidades de experiencia social. ya a valía La pena ejmcr cl CCF mcrcio en aquclks alturas d d Adaq y h a k m retirado a los confines de la ciudad que eslahn mepr gobernados. poran4lop tazones. por cierta.para su estudio. Se trata de la significación del evento & habla no del hecho coirno hecho Con esto no queda todo "dicho".) b importante es. Y hay además otras posihi 1 idades: los de Marmusha pdrian haber considerado la acci6n francesa un insulto dcmaiiidogramle.' Tampocr este p lm e un der. . l o que esclribúnos es el n o e m ('el penmienui'.iirr. Al hacerlo. cmidesando su ilegitima situacih a Im ojm del p#ctmado. El e a i d p f o "inscrik" d i s c m sociales.. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. enm renegados lwr6beres y aquella soldados de estilo Beau Geste. hm.mara sus ovejas haciendole una guiñada como para indicarle que podía continuar en sus actividades comerciales. @ría hatm decidido no teelamar nada. dtagmrnas. idea ac ia inscnpcion ae los a c m aunque algún ranto mwiricada.

ecwncia$ m5s profundas de lo que parccc a primm v i s a y no poco implante entrc ellas c? la dc que ddistinci6n de estas tres fa. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. 1 t e n do. A nadie le importan realmente. porque no somos actores (a lo mmos muy marginalmente o muy especialmente) no kenemos acceso directo.~ Esto no es tan temhlc corno pmx. lo que inscribimos (o vatamos de inwitiir) no cs discirrw ssocial en bmm. C. purificados de la complejidad material en que e?mttan situados. Memás. . y na el:descubnrniento del continente de la significación y el mapeado de su pxsaic incorp6rcci. analizar) pucdc ncimalmente no scr pnsiblc y que como "opcracioncs" aui6nornas pueden no existir en realidad. tal vez a Cohcn sí) aquellas ovejas como 2ales. yior lo menos tal como yo la pactico: es micmsc6pica. ni siquiera a Cohen (bueno.Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos.pues en realidad no d o s tos cretenses son rnentirosos y porque no es necesario sakrlo t d o para comprender algo. El kuia ha de. analiza. (2001). Esto no quiere decir que no haya interpretacionesanugol6gicas en gran escata de sociedades enteras. Pero hace parecm relativamente imperfecta la concepci6n del anaisis antropolirgico corno manipulacibn conceptual dc hmhm descubiertos. como rmonstmcci6n Maca de una realidad. . y Itiego atribuir su existencm a principias autóqenos de orden. a En Ia medida en que E s idea dc *& p n i c i p n t t " rcforzú el impulso del ~ l m $ l o g o a m p c n e i r a m con sus informmie~ rados Antes personas que objetos. sino que 6 1 0la ~icqucAa parte que nuestros informantes nos reficr~n. los recomienda a la atención general y lo quc justifica que los elahorcrnos. En La interpretación de las culturas (pp. 15em en la medida m que m d u ~ o ai ani+Iugo a pzrder de v i ~ m l a naiuraleza muy cspecial de su propio papel y a irnaginamc kl m i m o a m e algo m8s que un Iranwíintc interesada (m a r n h sentidrir dc La palahmi.u n a conwpcilin del asunto por el estilo del Vmr. Este ejemplar no tiene costo alguno. dlcha respuesta p u d e tener con'. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. Fuc una idca valima. a r aspirar a una ciencia que no exiac e imafinar una milidad que no W r f i e n c o n m .a-ido o sc ha .mial y la in[ctprctación consiste en tratar de rescatar "lo dicho" en e% discurso dc sus ocasiones perecederas y fijarlo en eminos susceptibles de consulta. como ya obscrvamos. pero para bien o para mal ~ r d u r a Thp Argnnanrs of (he Westrrn Pac$c. mte r o n q t r > Fue nuesim fuente m i < impnnnie ile mala fe. muy nomble. cano la respuesta esdndar a nuestra pregunta Tuc. v i d . de civilizacinnes. lo que interpreta es el flujo del discurso . Disponer cristales sim4hicos de significaci6n. 19-40). "El em6pCo ohserva.. Pem. la descripción euiognlfica tiene m cuaria mcterística.de acontwimientos mundiales. El análisis cultural es (o debería ser) conjetmar significaciones. y para algonris familiarizados con la actual ?ibliqpfia" paco plausihlc. etc. La situacidn es aijn más delicada p q u e . eslimar i a ~ mnjettm? y llegar a conclusiones e x p l i c ~ v a panicndo s de las mejores conjezuras. La historia puede tener sus puntos antmpdogfa ha esmdo fdmdo mciencia mbrc los m d os dc mpteenacih -pam no h n h l ~ r de !m experúncnirw cm clIm-. regisuar. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. En realidad. Geertz. lo que. De maneta qwc la d b p ~ i 6 n etnqqáfica presenta tres rasgos caracten'sticos: es interpretativa. a ppiedadaq universales del acpiritu humano o a vaqtaq Wrlfanschirngen a príori. vrnci-. hepiswa. Barcelona: Gedisa. al cual.*! de conocimiento (obmar. . en esa extensibn de nuestros analisis a contcxtos mAs amplios. junto con sus irnplicx~ones teótias.

puw ya hay suficientes profundidades en el mudo. súlo que el antropriloso Iñs encara en contextos lo bastante oscuros -lugarm como Marmusha y vidas como la de Cohert para quitarles las rnayiisculas y e&birlas con minúscula. el Cambio. En La interpretación de las culturas (pp. rueron: el de Jonesniie como modelo 'inicrmósrnico"de los Estados Unidos.. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. y en lmlidndes conGnadas . de grandes religiones en las Ilamadris pequefias ciudades y aldeas "típicas'' a~palpahlemenie un disparate. éste ha I!egado a ser iin impomntc problema rneldolSgico. .Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. (2001). e no es el ludie. los científicos politicos.. los dos principales .qucfias ciudadcs y aldeas es (iay!) vida de pequefias ciudades o aldeas. uena. la Fe. mman una fwma sencilla y domt5stica en esos contexios domésticos. y el de la isl ua corno ( ueba y m d e l o de "experimento naturalw.O bien Iw cit losen un. el Prestigio. en las islas del Pacifico y en Ias comunidades africanas y que luego se sinti6 animada por mayores ambiciones. la Belleza. vecintlar. C.m de t d :la. En las m& ternotar provinciaq dc Marruecos y dc lndonesia me dehati con las micmas cuestiones con que sc dcbaticron oms cicntífico? saciales en lugares más centrales: la cuestibn. Si la importancia de los estudios l ~ d l z 3 d oy s micros~íipicos dcpcndicra realmente de semejan ic:prcrni. Dxmtar que Jonesville es Estados Unidos en pequefío (o que Emaos unidos es JonesviIle en grande) es una falacia tan evidente que aquí la único que necesita exptimcílin es cdmo la gente ha logrado creer semejante cosa y ha esperado que m s 1 3 creyeran. el Amor. c k una tV a.. los socidlogm.icil dc cludir con vagas alusioneq eI Ias vErtur3es de lo concreto y de mantener bien fmes los pies en la tierra. la Opresibn. . Uno puede estudi. !a Violencia. lo que el domlnio colonial afecta a 1fiamos establecidar de expec ra].. De estos rnweios.. los economistas. LOFan tropOlogos no csiirdian aldeas (Iri hiiq. . decivtlizaciones. . Estas constancias demasiado humanas. por ejemplo.cte un co ntinente.joo algunas c qjemplo.ir diferen t es cosa? e es lugares. un problema que p r lo general fue mal manejado. pro aquel pequeRo episodio no era uno de esos rnmentcis. Pem pos supuesla no dcpendc dc csm. Pero a0111estA exactamente la ventaja. "gmndac. Lo que uno cncucnm cn las p=. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. Este ejemplar no tiene costo alguno. cl pmbicma de ctírno llegar. mida en una pequeña habitacicki"..enf~enran cn dimensiones mayores: el Poder. .waPtan el miindo grande en el peqiieno-. culminantes y decisivos. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. La idea de que uno puede hdIx Iaesencia de saciedades nacionales. o de la civili~acihn no es tan T. partiendo de una colección de rniniaturas erno~#~cm como el incidente de n u e s m oveja5 -un surtido de observaciones y ankdotas-. . a la descripcidn de los paimjes culzudes de una nacidn. puebzos. 19-40). r i. FcroestD no slp-tifica que sea t e l lugar E o que uno estudia. Barcelona: Gedisa. " .icida en hbus indias.. de c6mo se explica quc las mfis importunas pretensiones a la humanidad se fnrmulen con los acentos 3 Geertz. Enfrenta las mismas grandes realidades politicas que oms -los hi~tonadors~. s e pticden esttidliar rnc. ta Autndad. la Pasrh.. el Trabaja. Quiere decir simplemente que el anaDpdlogo & manera característica aborda esas interpretaciones &ir aamp!iaS y hace es& an(i1isis m8s absbñctos partiendo de los con~imienias extraordinariamente abundantes que tiene de cuestiones extremaclmenre pcqueilas.. o hien laq m& remom costas de la posibilidad. P m tina iziencia n. Ir gos con medidas G1 los ~cconi misías con ag~egai Jos. " m sgrandes palabras que nos espanian a mdos". El lugar de estudi CS. Los modelos que !os antmphlogos e l a h m n para justificar su paqo dcsde lac. Sin embargo. dichos estudic>S m . atudian cn aldeas. . verdades locales a las visiones generales fueron en verdad los resmnsables de socavar toda ki empresa antroplógica en m ayor medida que todo cuanto Paces de urdir SLis críticos: los soci6logos obsesionadoIS con mulestreos.

1 0 que es m. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. veinte bu-lías. carisma.jo a-quienesestíín 6ticamentc rncnos privilegiados) es una idea que sólo se le pirdc r ~ u r r ia r ai~uien que ha permanecido demasiado riernpo viviendo enm las rnale7a~. Uno puede agregar una dimensidn. Barcelona: Gedisa. de manera que no e s posible (aunque hay quienes lo intentan) aislar 1a y de la x y aqiparles um funci6n propia. con amplia pnrticip.Esta c l a x dc material producido en largos plazos y en estudios principalmente (aitnquc no cxclusivamenie) cual itatlvos. que p a la m í a m i a l son mucho más profundas que la mera peimitividad. (2001). 19-40). "pero no en el sur") no son. El concepto de "labwaloria riatml" ha sido igualmente pernicimo. mnrlernilaci6r1. que los roles srxiiales estahan invertidos entre los chamtiuli y que lns indios pueblo carecían de ñ ~ q i 6 n (idos cllos m eran ~aractedsticamente negalivos.icl0n dcl estudro~o y realizados en contexms confinados y con critcrioq casi obsesrvmente microsc6picos. Este ejemplar no tiene costo alguno. pero lambikn es el terreno de su más prorirndo dilema &co: jc6mo puede conciliarse semejanle variaci6n con Ia unidad biolbgica del gCncrn humano?Pero no se tram. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. Los famosos estudios que p l e n d t n m o s m que el complejo de Edipo era al revés entre los naturales de las islas Trobnand.inte. conflicio. ~ignificacidn.es lo que p u d e dar a los mecaconcepts con los que se ddchsten las ciencias sociales cantern~ráncas-legi timitiad. ppensar cmtiva e imapinetivarnente con eIlus. Omparlicularidad es Csta: la m6n de que prolijas descripciones de remotas íncursiones para robar ovcjas (y un etn6-afo realmente bueno hasta llegaria a determiR W qulj clase de ovejas eran) tengan impomncia general es la de que dichas descripcionc~ presentan a l espíritu sociol6gico material concreto con que alimentarse. . El pmhlema mcirxlolheico qiie prcvnia la naiuralem rnicmc&ica de la etnop f i a es y de peso. mismas condel orgullo de gnrpo: y lo cierto es qm llegue aprnxhadamenle a clusiones. sino prguc conduce a la creencia dc quc los datos pwedentes de los . muy necesiria en el acziia! clima de las ciencias sociales. de una varincidn e x p r i m e n d porque el contexto en que se da varia junto con ella.esa claw de aciua!idííd scnsatzi qiic hacc poqililc concctiislns: no shlo ric manera rcaliw y concreta sino.ñcihn. En La interpretación de las culturas (pp. s m &lo particulares. cualqurcra que sea su validez empina. La gran variaci6n natural de las F o m q culturales es. no s61o porque la analo~Ea es falsa -~qud c l a s e dc laboratorio es &e en el que nn se puede man tpular ninguno de l m parárnemis4?-. hiphtcsis "ciencificamente demostradas y aprobatlac".Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. pero ew . Los hallazgos etnogrAficos no son privilegiados. Son inierpemimes o malas irnerpretaciones a las cuales se lIep6. Consid~ñarlm alga n 8 s (o algo mnos) los d e f m a y defomia s~ irnplicaciones. de suerte que el intento de asignarles E a autoridad de expxirnentacifin física no cs sino un r n a l a h ~ s m o rnetodol6~ico. estructura.P m la idea de que esla experiencia da cl conocimiento de toda la cuestihn {y le eleva a uno a algún terreno ventaioso desde el cual se puede m i m hacia atia.estudiosetnogr5ficos son mas puros o mSts importantes o mik s6lidos o menos condicimados Oa palñhm prcfcridai cc "elemenlales") que !m dato$ dcnvados de otras clases dc indagacihn sociat. I'crn no es un prnlilema qtic pilala resnlveme mirando una re- Geertz. ni siquiera merafdricamenre. C.ost d o . LO importante de las conclusionesdel anlropSlogo cs su complejo carácter eqmífico y circunsitanciada. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. Si uno va a mupm de ta explotacidn de l a ? masas tiene cierto valor la experiencia de haber visto a un medieni javants traha jando en F a kierra bajo un aguacero tropical o a un sasrre mamqui cosiendo caftancq a la luz de una lamparilla de.ís importanle. decde luego el p n (y hstrante) recurso de la anaopolofia. como en otms inzcrpci3cioncs de la misma manera y que son ían ~o concluyentes como otras interpretaciones.

Barcelona: Gedisa. Y de mto se sigue una peculiaridad en la manera (una simple cuesli6n dc hc. l . que tirnidamenk (aunque yo mismo no soy timido al rcspccto) pretende alirmarse como una ciencia. Las genernfidades a las que logra llcgar se deben a ia delicadeza de sus distinciones. No hay mz6n alguna para quc la estructura conceptual de una interpretación sea menos Somulahle y por lo mto menos susceptible de s u j e m a cánones explicitos d e validacihn que La dc una observacibn bioldgica o la de un expcrimenlo físico. síntomas.see . En La interpretación de las culturas (pp. 19-40). como un intenla emocénlrico.senmda como vaida en sí misma o. (2001). en el sentido amplio del ~trmino. En cl caso de este campo de estudio. cultura. mom localidad como si fuera el mundo metido en una wa de o e1 equivalente so~inldgico de tina cámara de niebla. vuelas más proiongaaos van a parar a suenos Iógicw y a confusiones acadkmicas con simeiría formal. Pcqueiios hechos hsblnn de grandcs cuestirines. totlo intento de formular la in~crpretación en términos que 1s suyos propios es conslder. En realidad. como validada p r E a supueszrirncnte demollada sensibilidad de lí que la presenta. sdlo cias m h capaces de entregarse a la abstraccidn imaginativa En a *.Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. lo acepta o no lo acepm. la interpretacidn es pre. El vicio dominante de los cnfoques interpre~livos de cudquier cosa -literatura.. Esta es la primera condicidn de la leona cultural: no es dueila de si misma. . hrcves vuelos de raciocinio suden ser cícctivos. bsuclc F. Este ejemplar no tiene costo alguno. La primera característi~ *. C. Como ya dije. Ha de resolverse +cn iodo caso sc E o mantend d drcentcrncnre a raya. salvo la m 6 n de que los t&minrss en que puedan hacerse esas forrnulaciones. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. entre la necesidad de aprehender y la necesid. de los hechos inmediatos que presenta la descripcidn densa. mdo cl qiiid de un enfoquc semi6tico de la cul tura es ayudamos a logm acceso al mundo conceptuai en el cual viven nuestros sujetos.uuas -. comprcndc su argumento o no T o comprende. cumm r n h se desarrolla h teoría mris profunda se hace ta tensibn. no a La Fucvñ de sus absistracciones. muy grande y esencialmente inevitable. Al misn10 tiempo. no cabe semejante actitud. tdo inrropólol30s una parodia o. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. suehos.id de analimres. La tensión entre La presidn de esta necesidad de penetrar en un universo no fami ltar de acci6n simbólica y las exigencias de progreso lknico en la teoría dc la cullum. porque estan hechos para haccrlo así- Y esio nos lleva por fin a considerar la reoría. gutilr~shablan de epis tenlologia o corrcrinx contra nvcjm habIan d e revolucicín. para decirlo con la expresir vera que usan los . Como es inscpmble. Aprisionada en lo inmediato de los propios detalles. para cFcsipar el abuso moral. lo que es peor. Geertz. si no fallan mr complero.eii . conversar con ellos. Nos vemos reducidos a insinuar korías P r q ue carece1mos de los rn&m para enunciarlas.consiste en que tales enfques sienden a resisiir (o s e les permite resistir) la articulacidn conceptual y a escapar así a los modos sisiemáaicos de evaluacidn. la libertad de la tmria para forjarse de conlomidad can su ldgica interna es bastante limitada. en consecuencia. de suerie que podamos. hay que admitir quc existe Iuna serie 1de características de Ia interpremción cultural que hacen. el desarrollo tc6rico muchci m& difícil dc lo que . Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura.comprendiendo que las acciones sociales son comcnlririos sobre alga m5s qzic ella5 misma$. disciplinas. . . y que la procedencia de una inicrprcucirin no deiermina hacia dhnde va a ser luego impulsada. Uno capla una Lntcrpremc~ón o no la capta. son casi inexisientes.a m ~~ecesidad de que la reoría pcrmanwca so& ccrca dcl icmneeswdiado de lo que permanece en el caso de cienn mpología.

entre otras. se usan conceptos antenormcnle d e s m Ilados. Generalizar denm de casos partrculares se llama generalmente. no codilicarregularidades abstracms. esa inferencia cornicnra con una scric de significantes (presuntiws) e intenm situarlos dentro de un marco inteligible. pamcn vacias o perogrulladas. y aquí la meta &S.es el mismo. Pero la manera en que se usa 13 lwría -indagar el valor y xnrfdo de la<cos a s . sino que se mueve paralelamcntc a cllon Es esta razón. de las cultum.. Puede una (y en verdad es Csta la manen en que nuestro campo pmgre. se diagnostican. no generatizar a travkr de casos particulares sino generalalizar dentro de tssrm. Así Ikgmos a la segunda eondici6n de la teoría cultural: por lo menos en el Geertz. sino el análisis del discurse social. En La interpretación de las culturas (pp. sino en el sentido d e quc. pero uno no puede escribir una Teoría General de la. Las grandes conmibuciones teóricas están no s610 en estudios específicos -y ecro es cierto cn c a q i todos los campos de e s t u d i e sino que son dirí~iics dc separar de tales estudios para integrarlas en algo que pudiera llamarse ''teoría de la cultura" como tas. . Y esto es asi no porque no scan generales (si no fueran generales no serían tdricas). para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. Las ~ormulaciones teúricas se ciernen muy bajo sobre las interpretacionesque rigen. inferencia clínica. pero el nuevo estudio no se apoya masivamente sobre los anteriores a los que d e d í a . (2001). la que hace del ensayo. Todo analisis cultural serio parte de un nuevo comicnzo y temina en el punto al que logra IIcgat ames de que se le agote su imputso intclecrual Se movilizan hechos antenormenLe dacubrenos. procurando lograr mayor precisión y amplitud. sino porque enunciadas independienkmente de sus aplecnciones. sino que son actos simbólicos a haces de actos simb~licos. los nuevos estudios se sumergen mas proíundanienke en las misma%cwcstiones. sino hacer posible la descripción densa. cho empírico) en quc crcce nuestro conmimiento de la cultura. Es decir..dccir. shlo que no se vc gran venmja en ello porque la tarea esencial cn la elahoracidn de una learia es.611por la cual. p r o e E rnovirn!enia no va desde icorernas ya demostrados a teoremas dernosrrados m& recientemente. Barcelona: Gedisa. ei an6lisis culrwal se desarrolla segun una secuencia discon trnua pero cohcrcnle de despegues cada vez mgs aiidaces. : crece a chorros. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. En el estudio de la c u 1 m los significan~es no son sin tornas o haces de sintomas.. sino quc va dcsde la desrnairada vacilaci0n en cuanto a Ia comprensión m6s clcrncntal.Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. Aquí son raros hasta los articulas de inventario y en todo caso dstos sólo tienen un interés bibliop5fica.1 sentido de que reanudan una cueslión en el punto en el que owos Ia dc. pero los sinlomas (aun cuando sean obbjeto de rndrcihn) se examinan en pns de sus peculiaridades t e ó r i ~ ~es s . Interpretación CultunE. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. por lo menos en medicina y en psicología profunda.. y tanto m i s si 1Icga a encontrar alguno. de una culiura . C. mediciones emparejan con predicciones te6ncas. Un estudio antropol6gico represenra un progreso si cs mls incisivo que aquellos que lo precedieron. . si uno busca tratados sistemáticos en este campo. el género natural para prcsentm interpretaciones culiuralcs y las neorías en que ellas se apoyan.iaron. de manera que sepmdas de Csws no tienen mucho sentido ni gran intertrs. En lugar de comenzar con una serie de observaciones e intentar incluirlas bajo el dominb de una ley. a sallos. En lugar de scguir una curva ascendente dc comprobaciones acumulativas. 19-40). Lo% cstudios se r 4 i zan sobre ovos esiudios. une puede hacerlo. a una pretensión rundameniada d e que uno ha superatlo esa phrncra posici6n. ya de treinta paginas ya de uescientas pdginas. se ve rhpidamente decepcionada.s conceptualmente)adopta una línea dc ataque teórico desarrollada en el ejercicio de una inrcrpremcdn emo~Afica y emplmla en ow. no la terapia. pero no en e. y 6sla es tarn'biCn E a ra3. con mcjor infomaci0n y conceptuali~aciiin.. sc someten a prueba hipotesis anteriormente formuladas. Este ejemplar no tiene costo alguno.

Barcelona: Gedisa. Este ejemplar no tiene costo alguno. Geertz. 19-40).Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. (2001). . para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. C. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. En La interpretación de las culturas (pp.

El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. C. Geertz. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. (2001). Barcelona: Gedisa.Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. 19-40). En La interpretación de las culturas (pp. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. . Este ejemplar no tiene costo alguno.

esa mal definida seudo-enlidad que antes muy conientos ahandonSibamos a los T. Esro es muy difícil de ver cuando nuestra atenci6n está monapoli7ada por una . Aqui los rnon6logos tienen escaso valor porque no hay conclusiones sobre las cuales informar. J e w ccxprescn las intuiciones o por moderna que se Iiajia aparecer [a alquimia. 1c m que nos vejarnos unos a otros. Une puede escapar a esta situaci6n de varias maneras: convirtiendo la cultuza iiklore y coiectSndolo. Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. dc la ingcn~cria cornpulactonal o dc alguna otra forma avanzada de pensamienilo auc pretenda haccrnos comprender a los hombres sin conocerlos.. al mundo público de la vida común y varar de organizar el analisis de mancra ral que las conexiones entre formulaciones tdricns r: inlcrprelaciones no queda~scurccidas con apeIacioncs a ciencias oscuras. 1111 Geertz.. (2001). Y &a es verdadmente la condicidn de las co(. . Pero esto es. Y. el jeque y Dumsri (el ~iempo de hxerlo quizA se haya pasado). no s610 por la muopologia. come ob5 C l Y(J Robert Solow. convirtiCndoia stitticiones y clasifr~5ndolas.ncucnlro no me acercare al fondo del asunto. y al cabalismo magico.FAci . lo que cs pe or. Tampoco me he acercado m. Nunca me impresiond el argulo de que como la objc~ividad completa es imposible en arias materias (corno en o le cz) uno podría dar rienda suelta a sus scnlimrentw. para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor.: bsyl:tcehacia una cornbinacidn de intuicioriisrne y dc. lo mismo que decir que. En La interpretación de las culturas (pp. . alquimia.w cim a Kennelh Burke. aparte do iii dr: IFTipartum a personas sutiles con prcgunlas obmsas. Este ejemplar no tiene costo alguno. es una ciencia cuyo progreso se mactcr'iza menas por un perfeccionamiento dcl cionsensci que por cl refinamientodel debate.. Mi propia posici6n en eE medio de todo esto lue siempre tratar dc resistirme al subjetivismo. tampclco me han imprcsianndo Las pretensiones dc ta Iingüisrica esural.er un em6pafo. crinvirtikndala en rasgos y coniandolos. bien podrían practicarse operacionc? quirúrgicas en una cloaca.ls al fondo de cualquier otra cosa sobre la cuaI haya escrito en estos ensayas que siguen o en oms lugares. como cs imposible un ambiente perr c r t? mcnte asCpiico.sfos y a los crilicos Iitcrarios para que frangollarm con ella. Hasta los marxistas citan a Cassirer. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. El análisis cultural m intrinsecamente incompleto. La significaci6n. B.as=No d durante cuánto tiemsería ptovcchnw meditar en el encuentro de Cohen. cuanto mas profundamente se lo realiza menos completo es. ualar de mantener el análisis de las formas simbólicas lo más estrechamente ligado a Pos hwhos sociales concretos. icialmente discutshle'~ LA antropología.. Barcelona: Gedisa. IA que en clla sale mejor es la prccisi. por eLcganlemenfP -. por un lado. Lo cierto es que abrazar un concepto semi6lico de cultuun enfoque inierpretativo de su estudio significa abrazar una concepcidn de las ciaciones mogrAiica$.para dccirlo con una frase ahora famosa de W. En la medrda en que Pos ensayos aquí reunido% Lcngan alguna importancra. .Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. pero cei que por rnu~ho que continúe meditando en ese e. estas son escapatonas. lo que se desarrolla es rncrarnente una dlscusi6n. 19-40). C. C s h e. por ouo. Gailie. Nada podrfi tlesaicreditar m5s rápidamente un enfoque sernicitico dc la cultura quc pcmitirle que se d. de suerte que estudiar la materia que se tiene entte manos es intensificar Ins sci s p h a s ( m t o de uno mismo como de los demas) de que uno no está encaranen las cosas. Por cx r n Lado.wia p m de la argurnenraci6n. sino por los estudios sociales en geneevasiivñ y ral y par el pawt de las lomas simbiilicas cn l a vida humana. Pero esm circunstancia es lo que significa c. o por 10 menos la aniropoiogía interprer. ha retornado ahora al centro de nuestra discipIina. o rediicitndolri a estructuras y jugando con ellas.$uibrt menos en lo que dicen que en aquello que atestiguan: un enorme aumenl o dc inieris. Es fsta una exrraiia ciencia cuya% afirmaciones más convincentes son 1% que descansan sobre bases m5s dmula?.. hasta los positivis1.

C. Este ejemplar no tiene costo alguno. ley. Barcelona: Gedisa. El uso indebido de este ejemplar es responsabilidad del alumno. sobre la violencra. y pierda contacto con las necesidades bicilbgicas y íkicas en que s e basan esas duras supficias.no es apanarse de los problemas exislenciales de la vida para ir a parar a algún Arnbilo ernpirico de formas despmvistas de emcicidn. 19-40). Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura. Siempre esb5 el p e l i p de que el anslisis c u l h d . para la crítica y la investigación respetando la reglamentación en materia de derechos de autor. sobre la identidad.Este material es proporcionado al alumno con fines educactivos. Geertz. en busca de las tomgas que sc encuentran m6s profundamente situadas.mial. Considerar l a ?dimensiones simMlicas de la acci6n smial -arte. moral. pierda cwiwto con las duras superficies de la vida. y asi permitimos incluirlas en el registrn consultahle de la que ha dicho el homh-e. La vocacirin esencial de la anmpofogia inzerprc~tivano es dar respuestas a nuem-ac preentaq m& prohndas.sobre la muene. sobre cl starvc . La única defensa conm esle pciipo y contra el p c l i p de convenir así el mzilisis cultual en una especie de esesteticrsmo sociológico. &re la urhanizacih. ideoloQía. significativo. ciencia. sobre la natmleza humana. sohre lo émíco. a rel an5lisis de esas realidades y esas necesidades en primer iPrmino. En La interpretación de las culturas (pp. sobre la revoluciiin. sohe el tiempo y ante todo sobre determinados inienm~dc dctminadas p e m n a s para situar esta9 cosaq dentro de un mwco conprensihlc. sentido común. (2001). religibn. que guardahan otra? ovcias en otros valles. sobre la Icgitrrnidad. . con las realidades politicas y econOmicas dentro de las cirales 'tos homhres están contenidos siernp~e. Y así IleguC: a escribu sobre el nacionalismo. es m l i 7 i . pos el contrario es sumergir* en medio de rales pmhlernas. sino damos acceso a respuestas dadas por otros.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful