APOLOGÍA II San Justino

Los cristianos se acercaban impavidos a la muerte y a otras muchas cosas temibles a lo hombres. El lujurioso y el intemperante huyen de la muerte como de un mal porque ella les priva de los placeres de los que gozan en esta vida.

Algunos hombres fueron condenados por sus crimenes. Esta circunstancia llevó a algunos hombres, por temor al castigo, a arrebatar a niños, siervos y mujeres, todos ellos cristianos, para que fuesen atormentados. Por este medio los obligaban a declararse culpables de crímenes que no habían cometido.

Los cristianos se despreocupan de los crímenes que se les imputan, pues Dios es el único testigo de sus pensamientos y de sus actos.

Los crímenes que se les imputaban a los cristianos los cometían los paganos públicamente: sacrificios en honor de los dioses, revolverse indecorosamente con los niños y tener una promiscua unión carnal con las mujeres.

Los cristianos amon y adoran al Verbo después de Dios. "que ha nacido del ingénito e inefable Dios. . Los sabios lograron atisbar por medio de la razón la verdad. Las doctrinas de Platón no son cotrarias a las de Cristo. sino solo desemejantes como la de los estoicos. puesto que por nosotros se hizo hombre. para que participando de nuestras miserias pusiera remedio a las mismas. los poetas y los historiadores Cada uno vio una parte de la razón divina y se compenetró con ella.Los cristianos aconsejaban huir de las prácticas páganas y eran atacados por esa razón.