J.

DANIELOU

RESPONSABILIDADES DE LA TEOLOGÍA ACTUAL
La aparente coexistencia del pensamiento cristiano como uno más junto a otros tipos de pensamiento parece mirar su absoluta pretensión de unidad. La historia de la teología nos sugiere las actitudes con que, debemos afrontar este problema. Unité et pluralitè de la pensée chretienne, Etudes, 312 (1962), 1-16. La misión del teólogo es iluminar los senderos por donde la humanidad camina hacia el destino fijado por el amor de Dios. La multitud de grandes sistemas de pensamiento no cristianos, sitúa hoy al teólogo en una peligrosa encrucijada. Debe consagrar las riquezas que implica la multiplicidad, pero al mismo tiempo debe unificarlas en la verdad. La teología ha de ser la patria de la libre investigación y la guardiana de un tesoro que se le ha confiado.

UNIDAD Y PLURALIDAD Esta misión conciliadora entraña un doble peligro. Por un lado el de la unidad malentendida que confunde la verdad única con una particular expresión cultural de ella, y de está forma renuncia de hecho a la universalidad esencial al cristianismo. Por otro lado el de sustituir el carácter absoluto de la verdad por una pulverización en la que el espíritu se pierde. ¿Cómo ha de portarse la teología para ser a la vez comprensiva de todos los auténticos valores humanos y constructiva de una interpretación comían del destino de la humanidad?

Pluralismo lingüístico En primer lugar hay un pluralismo lingüístico. De importancia hoy porque la teología no piensa ya en expresarse únicamente en lenguas de una raíz común, latina, sino incluso en árabe o en chino. La diversidad lingüística forma parte de la creación que vino a salvar Cristo, y por tanto debe ser consagrada por el cristianismo. Las diversas lenguas aportan coloraciones nuevas que son un enriquecimiento: el rayo de luz del Evangelio es refractado en prismas diversos. Así se afirma por ejemplo, que la noción india de atman (más rica que el pneuma griego), es quizá la más apta para darnos una teología del Espíritu Santo. El problema es antiguo. El cristianismo se expresó primero en una lengua semítica y pasó después a un vocabulario completamente distinto: el griego. El traslado es peligroso y basta pensar como ejemplo en la citada palabra espíritu. El pneúma griego sugiere una materia muy sutil apta para representar la inmaterialidad; pero el hebreo ruah evoca la imagen de la tempestad y de la fuerza irresistible. Cuando hablamos de verdad, el emet hebreo expresa ante todo la solidez de un testimonio, y la alétheia el esplendor del objeto develado. Y para decir que no hay más que un Dios el griego hablará de mono cismo y el hebreo, más concreto, de celos.

Porque hubo un sectarismo bizantino como ha habido también un imperialismo latino. Pero en las diversas expresiones de una misma realidad permanecen resabios de su origen primero. un aristotelismo cristiano? ¿Ha afirmado la Iglesia que sólo la filosofía de Aristóteles interpretada por Santo Tomás es compatible con la fe cristiana? Problema difícil. Para los primeros cristianos no había diferencia entre lo que nosotros llamamos filosofía y teología. Como nota el P. un hegelianismo cristiano. habían entrevisto algo de la realidad. Para iluminarlo hoy. Y el cristianismo es el único que aporta con conocimiento pleno de lo real. DANIELOU Al encarnarse en una lengua. . Problema semejante pero menos agudo se repite en el interior mismo de la teología occidental. Efrén. mientras que desde Palamas a Berdiaeff el occidente bizantino esta marcado por Orígenes. siendo así que la fe es precisamente lo que permite unir a aquellos que están separados por la cultura. pero que sería pecaminoso rehuir. El griego suministra elementos incomparables de análisis al carácter concreto y dramático del hebreo. convendrá ver su desarrollo en el pasado. La realidad es una. Pluralismo filosófico El hecho de que toda teología como ciencia utilice para expresarse categorías filosóficas plantea un problema más agudo. Justino declara que algunos filósofos como Sócrates y Heraclito habían entrevisto parcialmente (merikós)la verdad. en la doble tradición de Padres griegos y latinos.J. y en la forma judeocristiana de teología que era esa teología de la historia que solemos llamar apocalipsis. El latín teológico nace más cercano a las lenguas romances que a los modelos griegos. Y es oportuno invocar también el "anima naturaliter christiana" de Tertuliano (donde naturaliter no se opone a sobrenatural sino a artificial). y desde Tertuliano la teología latina tiene caracteres propios persistentes: gusto por las distinciones claras. Obligación del teólogo es no destruir esta pluralidad que es un constitutivo de lo católico. Démann el primer cisma que separó a la masa de Israel del auténtico Israel continuado en Jesús. ¿Puede haber teologías inspiradas en sistemas diversos: un platonismo cristiano. El pensamiento intenta simplemente dilucidar el sentido de lo real y de la vida. y parcialmente accesible a todo espíritu humano. Pero así como sería absurdo considerar que la traducción del hebreo al griego fue una deformación. Si al elaborar su parcialidad todo espíritu humano se equivoca más o menos. Dicha multiplicación es una riqueza. une la misma fe. de la que sólo quedan brotes en el cristianismo siríaco. puede sin embargo su sistema contener verdades valiosas. aunq ue por caminos diversos). un existencialismo cristiano. privó al cristianismo de su versión oriental. lo es también el identificar al cristianismo con su expresión occidental. y un cierto pesimismo. Esto hallará en Agustín su expresión genial. Y sería dramático que la diversidad de cultura separase a aquellos que. la revelación modela y pliega las palabras para crearse un instrumento lingüístico. en Afraates y. contacto con la experiencia sicológica. y marcará al Occidente latino desde Pascal a Kierkegnard. El cristianismo permite una accesibilidad más total a esta verdad que buscaban los filósofos. Pero también los hombres anteriores a Cristo (griegos o julios.

Y un estudio comparado de los neoplatónicos -de Porfirio a Proclo. puede el teólogo echar mano de todos los elementos buenos (compatibles con el dato revelado). Otros serán modificados de raíz para que puedan expresar nociones propiamente cristianas (es lo que sucede con las categorías de persona. En esta tarea surgen multitud de cuestiones que no se resuelven a la primera ni a la segunda. marcan los dos extremos. desde un medio agustiniano. creación. la diversidad de opiniones. El conocimiento del cosmos y del hombre (objeto último de la revelación) progresa. Nace así la discusión. la curiosidad por la ciencia de su tiempo. SITUACIÓN ACTUAL DEL PENSAMIENTO CRISTIANO Las actitudes encontradas nos permiten volvernos a la tarea del presente. Como la síntesis viene dada por la fe. evitar sus malas interpretaciones.J. Para esto echa mano de todos los recursos del pensamiento. llamada al esfuerzo de invención del genio humano (basta evocar su actitud. Unos tendrán más aptitudes expresivas. referencia al dato revelado (en este sentido es la teología menos sistemática si llamamos sistema a unos principios últimos de referencia). La misión del teólogo es desentrañar su sentido. Entre ambos se tiende todo el esfuerzo de la teología por penetrar y comprender.. para con el aristotelismo averroísta. Clemente y Orígenes llaman a todas las ciencias en servicio de la fe.demuestra que mientras los primeros cristalizan en unía visión mítica y estática. .. etc.. En tercer lugar y como perpendicular a esta expansión local. Dichas ciencias eran variables según los filósofos: sicología estoica. Pero ¿cómo hermanar estas dos exigencias?. donde quiera que se encuentren. La teología de santo Tomás ejemplifica los tres elementos que constituyeron el pensamiento cristiano: confianza en la inteligencia y en su movimiento espontáneo (se la llama teología del sentido común)..). valiéndose de la perpetua fecundidad del genio humano. Todos están de acuerdo en que la investigación actual ha de situarse en continuidad con la tradición teológica y al mismo tiempo ha de acoger todo lo que hay de positivo en el progreso científico.. sicología platónica. Actitud de Santo Tomás Sinteticemos los tres elementos: una ordenación espontánea de la mente y unos datos esenciales revelados por Dios. tiene lugar una expansión temporal. liberándoles de sus errores. Filón. quien discrimina en qué medida puede subsistir o debe ser prescrito. y de los Padres de la Iglesia -de Eusebio a Gregorio de Nisa. Si hubiera tenido a mano un Husserl o un Merleau-Ponty les hubiera extraído todo lo que hubiese podido y hubiera sabido expansionar. Orígenes declara que el cristiano no se alista en ninguna filosofía particular.. Y otra vez es la compatibilidad con el dato de fe. el lugar que da sin embargo al neoplatonismo del Areopagita. DANIELOU En segundo ligar la revelación gira sobre unos datos históricos: intervenciones de Dios. Los primeros teólogos se decantan netamente por un eclecticismo. lo que sus pensamientos tienen de fecundo. los Padres no quedan indiferentes ante el progreso científico. y con ella un nuevo pluralismo. sicología aristotélica. comprenderlos cada vez mejor.).

las tres exigencias apuntadas del pensamiento cristiano. Ya ha demostrado bastante la práctica que el careo entre la teología tradicional y la ciencia moderna es beneficioso. El nuevo Aristóteles no ha encontrado su Tomás de Aquino" (GILSON.de diversos comentadores entre sí o con Santo Tomás. Hegel. Con profundidad nota Gilson que las metafísicas envejecen por sus físicas.. la dialéctica de la historia.J.muy importantes a veces . cuando Fessard y Calvez nos muestran que la dialéctica constituye un valioso elemento para . 161). Son pues legitimas y cristianas las tentativas por integrar en la investigación teológica lo mejor de las filosofías actuales. Pero Aristóteles los tenía también. suareziana.. Pero una actitud puramente negativa sería estéril. Pero recomienda el tomismo como teología segura y en cuanto ve realizadas en él. Hay en él cuestiones no del todo resueltas. "En lugar de someter a Bergson a una reinterpretación a la luz de la fe. sino hacer que lo fuese. Es cierto. Théologie et philosophie. También la teología desde su verdad permanente puede encontrarse como envuelta en representaciones decaídas que impiden su presencia en el pensamiento. DANIELOU La Iglesia ha mantenido siempre en su seno la le gitimidad de diversas escuelas teológicas. Nuestra concepción de la materia o de la vida no pueden permanecer del todo inalteradas después de los descubrimientos atómicos o de la evolución.. porque en dichos sistemas hay adquisiciones positivas: el descubrimiento del ser en situación.. bonaventuriana. Y tal vez éste es el problema fundamental. que aparecen por ejemplo en la obra de un Teilhard de Chardin. Una filosofía que niegue la existencia de un absoluto metafísico. que la Iglesia ha recomendado de forma particular la doctrina de santo Tomás que sigue siendo el objeto de su enseñanza oficial. En su seno hay divergencias . Si se da hoy una crisis de la teología cristiana no radica en lo que esta teología tiene de esencial -que es hoy más joven que nunca. Basta pensar en lo que ha contribuido un prudente manejo de la crítica bíblica al progreso de la exégesis. Y su verificación en los diversos sistemas tomistas implica opciones filosóficas que los sitúan ya como un sistema entre otros. Teología y ciencia actual El progreso científico ha traído una irrupción de categorías nuevas. Hay una tradición agustiniana.. Pág. tienen aspectos que no son compatibles con el pensamiento cristiano. Bergson.. Cuando Karl Rahner retiene lo que la filosofía existencial puede aportar para una mejor inteligencia de la unión hipostática. o introduzca el cambio en Dios será falsa. Y el propio tomismo queda abierto. El problema no era presentar al bergsonismo como una filosofía cristiana -puesto que no lo es-. Teología y Filosofía actual Heidegger.sino en el drama de que esta juventud no puede ser comprendida debido a una pantalla de representaciones que impiden el acceso al hombre de hoy. dionisiana. Nada será más contrario a la tradición que desconocer este hecho o menospreciarlo. nos hemos limitado a condenar sus insuficiencias.

en el nivel de la inteligencia el espíritu tiende a la unidad. Y en el plano en que se ejerce la teología la unidad es mucho más importante que el pluralismo. sin admitirse ni excluirse. Esto no puede ser tarea de un solo espíritu. Tradujo y condensó: JOSÉ GONZÁLEZ FAUS . Y esto implica un nuevo pluralismo: el pluralismo de una búsqueda común en la que tal teólogo acentúa tal adquisición o descubre tal perspectiva. Si en el nivel de las culturas la diversidad es una riqueza.J. La teología es viva a la vez que definitiva. "El desafío a la teología" Esta frase de Toynbee nos indica que tenemos ya los datos del problema actual de la teología. su unidad es una meta para llegar a la cual emplea todos los recursos que le aporta el genio humano. a adquisiciones definitivas y a progresos irreversibles. Esto sólo se dice con verdad de aquello en que el tomismo escape a los trazos generales de un verdadero pensamiento. pues su verdad no es un misterio inaccesible sino que ha sido revelada en Cristo y definida en dogmas permanentes. Una simple yuxtaposición de sistemas heterogéneos y su coexistencia perezosa. como lo ha sido del pensamiento cristiano de siempre. sería un pluralismo muerto y estéril.hombre de hoy que habla a los ho mbres de hoy. También sería absurdo optar por una exclusión. Y este camino le permite realizar su grave misión de iluminar los senderos en las que está alineada la humanidad que cada vez va cobrando más conciencia de la unidad de su destino en la diversidad de sus expresiones. Este diálogo fecundo es el camino real del pensamiento cristiano de hoy y de mañana.no reconozca el desarrollo del pensamiento científico y filosófico con las categorías y las adquisiciones que trae consigo. Pluralismo excesivo y unidad excesiva quedan excluidos. Si la teología es una porque apunta a interpretaciones universalmente válidas. No debe olvidarse que el tomismo representa el momento decisivo en que la herencia de los Padres ha sido constituida en ciencia. Ni puede pedirse tampoco que el teólogo . DANIELOU comprender la historia y las decisiones de la libertad. utilizando todos :los recursos de la inteligencia para una mejor comprensión de la fe. No puede pensarse que una teología hegeliana o existencialista reemplazará pura y simplemente a una teología tomista. son eminentemente tradicionales pues no hacen más que reanudar el esfuerzo de todo el pensamiento cristiano.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful