SE INICIO TRABAJOS POR PARTE DEL MINISTERIO PÚBLICO PARA LA LOCALIZACIÓN, Y RECOJO DE RESTOS MORTALES DE LAS VÍCTIMAS DEL

DENOMINADO CASO: “LA CANTUTA” EN CUMPLIMIENTO A LA SENTENCIA DE LA CORTE INTERAMERICA DE DERECHOS HUMANOS
Abog. Johny Solis Adrianzen Angel

La historia relata que en la madrugada del 18 de julio de 1992, un destacamento especial de Inteligencia denominado “Colina” perteneciente al Ejército Peruano ingreso a la Universidad Enrique Guzmán y Valle “La Cantuta”, allanando las viviendas de los profesores y estudiantes de dicha casa de estudio, habiendo secuestrado al profesor Hugo Muñoz Sánchez y a los 08 estudiantes Bertila Lozano Torres, Dora Oyague Fierro, Luis Enrique Ortiz Perea, Armando Richard Amaro Cóndor, Robert Edgar Teodoro Espinoza, Heráclides Pablo Meza, Felipe Flores Chipana, Marcelino Rosales Cárdenas y Juan Gabriel Mariños Figueroa quienes fueron extraídos del lugar, trasladándolos a un descampado para que finalmente sean ejecutados. Estos hechos tuvieron lugar a la altura del kilometro uno y medio de la autopista Ramiro Priale, en terrenos de propiedad de Sedapal, lugar que antes había sido utilizado como un lugar de entrenamiento de la Policía Nacional, siendo enterrados de forma clandestina y cubiertos con cal y arena, para que posteriormente después de varios días, sean trasladados los restos a la quebrada de Chavilca en Cieneguilla e incinerarlos con combustible, con la finalidad de desaparecerlos y así ocultar el paradero de las víctimas. La Corte Interamericana de los Derechos Humanos en el Caso La Cantuta vs Perú une fecha 29 de noviembre de 2006 ordenó al Estado Peruano cumplir con: a) La Obligación de investigar los hechos que generaron las violaciones del presente caso, e identificar, juzgar y sancionar a los responsables, b) Búsqueda y sepultura de los restos de las víctimas desaparecidas, c) Acto público de reconocimiento de responsabilidad, d) Publicación de la sentencia, e) Tratamiento físico y psicológico para los familiares de las personas ejecutadas o víctimas de desaparición forzada, f) Educación en derechos humano, todas. Por ello se tiene conocimiento que el Estado Peruano cumplió con casi la totalidad de los actos ordenados estando pendiente Búsqueda y sepultura de los restos de las víctimas desaparecidas, por lo cual la Fiscalía de la Nación decidió conformar una Comisión de Trabajo en abril de este año, a fin de lograr tal objetivo el mismo que está integrado por el Fiscal Coordinador de las Fiscalía Superior Penal Nacional, por el Jefe Nacional del Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses (EFE) y por el Equipo Peruano de Antropología Forense (EPAF). Por otro lado el pasado 26 de noviembre a través de la sentencia 19 de noviembre de 2013 la Sala Penal Nacional condeno a Juan Orestes Epifanio Vargas Ochochoque, Ángel Arturo Pino Díaz y Cesar Héctor Alvarado Salinas por los delitos de Homicidio Calificado y Desaparición Forzada en agravio de y un profesor y 08 estudiantes de la Cantuta a 22 años de pena privativa de libertad. De este proceso judicial se ha sabido que los propios procesados miembros del Grupo Colina han manifestado que no solo eran 03 las fosas en el que hubieran enterrado los restos de un profesor y 08 estudiantes de la Cantuta sino que existirían 02 fosas más, que hasta la fecha no han sido exhumadas, por lo que han dejado entrever que ahí se encuentran localizados los restos faltantes, por lo que la Fiscalía encargada y el Equipo Forense tiene una importante misión para el logro de la recuperación de los restos mortales para no solo cumplir con el fallo

de la Corte Interamericana de Derechos Humanos sino para reparar la tranquilidad de los deudos de este atroz crimen contra los Derechos Humanos suscitado en nuestro País. .