UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES

FACULTAD DE FILOSOFÍA Y LETRAS

Seminario: Novela gay estadounidense, antes y después de Stonewall.
Profesor: Armando Capalbo
Segundo cuatrimestre, 2013


LOS ESPACIOS CONSTRUIDOS COMO CLÓSETS EN LA LITERATURA GAY NORTEAMERICANA
Lucas Nicolás Cardozo

Tomando como punto de partida la definición de una literatura gay como aquella
“que trata del ser gay y [que es] producida por hombres que se identifican a sí mismos
como gays [sic]” (2001: 18) que Gregory Woods postula, se puede afirmar la existencia
de una novelística homosexual norteamericana a lo largo del siglo XX. En el corpus que
la forma —no del todo completo pero sí lo suficientemente amplio como para su
análisis—, los espacios en los que se desarrollan las relaciones con personas de igual
sexo se configuran de tal manera que el personaje gay queda encerrado y, de cierto
modo, aislado de la sociedad. Esto se corresponde con el concepto psicoanalítico de
clóset, explicado por Seidman, Meeks y Traschen en su texto “Beyond the closet? The
changing social meaning of homosexuality in the United States”:
[t]his concept is intended to capture social patterns of secrecy and sexual
self-management that structure the lives of ‘gay individuals’ in societies
organized around a norm of heterosexuality. The concept of the closet is
linked, perhaps inseparable from, the notion of ‘coming out’ (1999: 9).
LOS ESPACIOS CONSTRUIDOS COMO CLÓSETS Lucas Nicolás Cardozo
EN LA LITERATURA GAY NORTEAMERICANA
"
Así, el espacio funcionando como clóset se relaciona, en las novelas, con el
ocultamiento de la homosexualidad y con un cierto rechazo al coming out. Éste se da
siempre en función de una sociedad heteronormativa a la cual se le deben ocultar los
impulsos sexuales homosexuales y produce, en ciertos casos, una negación propia de la
identidad gay en los personajes de las obras.

Naciendo dentro el clóset

El primer “momento homosexual” de la mayor parte de los personajes del
corpus se desarrolla en estos espacios configurados como clóset. Es decir, las primeras
experiencias sexuales de los personajes masculinos con otros hombres suelen darse en
lugares vacíos o alejados de sus pares; aislando, de esta manera, a la homosexualidad de
la sociedad. En The city and the pillar de Gore Vidal, el primer y único encuentro
sexual (consentido) entre Jim y Bob se da en una cabaña “deshabitada, en medio de un
bosque próximo al río Potomac” (1999: 36) que, como agrega en otra edición del texto,
“was empty and several miles from the nearest farm” (1961: 14). Es en este espacio en
donde Jim puede hacer “realidad su sueño secreto” (1999: 51) ya que nadie suele
frecuentarlo (1961: 22). De manera similar se construye el vestuario en donde Roy
practica sexo oral a Sidney por primera vez: “it was after gym class, everybody had left
the shower room but him and me” (1998: 88) en Narrow rooms de James Purdy.
En ambos espacios predomina la soledad y el aislamiento del resto del mundo,
por lo cual resultan propicios para desplegar las fantasías homosexuales. Esto es así ya
que, como explica Donald Webster Cory en El homosexual en Norteamerica,
[l]a sociedad me ha impuesto [al autor y al resto de los homosexuales] una
máscara [...]. A dondequeira que vaya, en todos los momentos y ante todos
LOS ESPACIOS CONSTRUIDOS COMO CLÓSETS Lucas Nicolás Cardozo
EN LA LITERATURA GAY NORTEAMERICANA
#
los sectores de la sociedad, tengo que fingir […]. [S]u más grave repercusión
es la oleada de autodesconifanza contra la que tengo que defenderme (1961:
30).
Esta autodesconfianza que plantea el autor es lo que se conoce como homofobia
internalizada. Los personajes, pertenecientes a una sociedad en donde rigen normas
heterosexistas, solo pueden iniciarse homosexualmente en ámbitos ocultos y alejados,
dentro del clóset que suponen estos espacios. Esta primera relación sexual es
considerada como algo negativo e, incluso, antinatural y es por eso que debe
esconderse. Como se explica en el Diccionario de la tolerancia, citando a Giovanni
Dall’Orto, sobre la homosexualidad: “[a]l comienzo, todos nosotros los homosexuales,
intentamos echar a este invitado indeseable” (Collo & Sessi, 2001: 207). Es así que en
los ejemplos previamente citados, los personajes rechazan esto ya que “se supone que
los chicos no hacen esas cosas entre ellos. No es natural” (Vidal, 1999: 51).
Sin embargo, en ambos casos, los personajes pueden salir del clóset que
representan estos espacios y logran realizar un proceso de coming out, concepto
íntimamente ligado con el del clóset. Como Dall’Orto explica, el coming out “[s]e trata
de la decisión de no esconder más la propia ‘diversidad’, y de vivir y buscar la felicidad
sin dejarse condicionar por los prejuicios de los otros” (Collo & Sessi, 2001: 207). Los
personajes pueden autoidentificarse como personas gay en otros ámbitos los cuales
suplantan el aislamiento que representaba los espacios-clóset. Cuando Sidney confiesa
su homosexualidad a su hermano diciéndole “I am, I am, I am [gay]” (Purdy, 1998: 48),
ya muy lejos tanto en tiempo y espacio como en el ámbito del ocultamiento primero, su
homosexualidad deja de estar escondida, para la sociedad, bajo una máscara y puede
identificarse de esta manera en lugares no aislados. Algo similar ocurre en el caso de
Jim de The city and the pillar. Cuando Sullivan le dice a Jim que María puede salvarlo
LOS ESPACIOS CONSTRUIDOS COMO CLÓSETS Lucas Nicolás Cardozo
EN LA LITERATURA GAY NORTEAMERICANA
$
de “este mundo” —haciendo referencia al mundo homosexual— el primero responde
“Why should I be rescued?” (1961: 104) a lo que luego el narrador agrega “suddenly
accepting himself as a member of the submerged world of the homosexual” (ibíd.). Jim
puede, de esta manera, identificarse con el mundo homosexual, no solo ante sus propios
ojos sino también ante los de Sullivan y, aún, ante los de María. El espacio en el que se
sitúa deja de ser el del ocultamiento de aquella cabaña en el bosque en donde ocurre su
primera experiencia sexual homosexual. Se realiza el coming out y puede ser gay bajo
la mirada social.

Viviendo en el clóset

A diferencia de los ejemplos presentados anteriormente, hay novelas en las que
los espacios se presentan como clósets no solo en un momento específico, durante las
primeras relaciones homosexuales, sino a lo largo de toda la vida —en la novela— del
personaje. En The lost language of cranes de David Leavitt, es el cine pornográfico gay
Bijou el que funciona, para Owen, como aquel espacio escondido en el que puede ser
homosexual. Este lugar, al que Owen va casi cada domingo por quince años a ver
escenas de sexo homosexual en la gran pantalla, después de todo ese tiempo, “had lost
its threat” (1987: 22). Se convierte, así, en un lugar seguro y es en el único en el que
puede identificarse como homosexual. Fuera de él “he was […] a married man,
completely heterosexual in the eyes of the world” (1987: 50). La construcción de este
espacio como clóset se da, por lo tanto, por lo que podemos llamar una heterosexualidad
autoimpuesta: el personaje gay se “obliga” a llevar una vida heterosexual por el terror
que le causa la vida homosexual ya que, como explica Dall’Orto “la educación […] nos
LOS ESPACIOS CONSTRUIDOS COMO CLÓSETS Lucas Nicolás Cardozo
EN LA LITERATURA GAY NORTEAMERICANA
%
enseña a tener asco de los homosexuales […] y la homosexualidad todavía es vivida
como un peso insoportable” (Collo & Sessi, 2001: 207-208).
El hermetismo que funciona en este espacio es tal que, a pesar de que el
personaje se permite tener cierto tipo de contacto físico con otros hombres en la
oscuridad —y anonimato— del cine, no puede aceptar la oferta de un hombre que lo
invita a otro lado a tener relaciones sexuales (1987: 23-24). Al concebir esta idea, el
narrador focalizado en Owen alega:
[h]e imagined saying yes, imagined how they would have to walk out of the
theatre […]; worst of all, how they would have to admit to each other in the
broad light of day that they had come, each alone, to that dark room on Third
Avenue, that heart of shame and lonely self-indulgence, and thereby
acknowledge each other as human beings […]. (1987: 24)
La homosexualidad es, entonces, considerada como algo de lo cual avergonzarse
y algo que transforma a las personas en algo monstruoso y es por eso que el cine, para
Owen, se configura como una máscara que oculta su homosexualidad. Esta imagen se
contrapone con la que su hijo, Philip, un muchacho gay ya fuera del clóset, tiene de la
homosexualidad y se asemeja, a su vez, con aquella que él mismo tenía antes del
proceso del coming out: “[w]hen Philip remembered his adolescence, he remembered
the hidden parts. Hiding had been so important, so essential a part of his life, that even
now […] he still kept every book with the word ‘homosexual’ in the title hidden”
(1987: 73).
A pesar de que por quince años Owen no puede aceptar su homosexualidad, una
vez que Philip le confiesa la suya, el proceso del coming out del primero se pone,
aunque de manera lenta, en marcha. Así, decide llamar, desde la intimidad que presenta
su oficina en la escuela, no solo a un número que cree que aquel hombre del cine le dejó
LOS ESPACIOS CONSTRUIDOS COMO CLÓSETS Lucas Nicolás Cardozo
EN LA LITERATURA GAY NORTEAMERICANA
&
sino también a una línea de ayuda para homosexuales. Aunque este espacio es, también,
construido como un clóset ya que las llamadas se hacen en un horario en donde solo
Owen se encuentra en él, se presenta, ahora, como un lugar en donde el encierro
comienza a incomodarlo: “Owen, huddled in the dark claustrophobia of his office after
eleven, cradled the phone in his lap like a baby, held the receiver against his ear, and
dialled” (1987: 205)
1
. Esta claustrofobia que causa la oscuridad de la oficina y, por lo
tanto, la homosexualidad lleva a un primer reconocimiento de ella frente a un otro,
aquel que está al otro lado del teléfono. Owen, hablando de la homosexualidad de
Philip, alega “[b]ut you don’t understand, […] It’s not him I’m worried about—it’s me”
(1987: 206). Esto se relaciona con la necesidad del coming out que Webster Cory
plantea en su texto, alegando que “sólo una confesión abierta podría derribar las
barreras de la vergüenza y de la discriminación resultante” (1961: 34). Es esta necesidad
de autoreconocimiento la que lleva al personaje a poder entrar en un bar gay (Leavitt,
1987: 236) —identificándose, de esta manera, como miembro de un grupo de personas
homosexuales—, poder tener verdaderas relaciones sexuales con otro hombre (ibíd.:
240-241) —alimentando sus deseos sexuales— y, por último, confesando su
homosexualidad a su mujer (ibíd.: 302-308) —eliminando, así, la heterosexualidad que
se había autoimpuesto.

Algo similar sucede en Giovanni’s Room de James Baldwin. La relación
homosexual que se da entre David y Giovanni “sólo transcurrirá en los límites de las
cuatro paredes que dan título a la novela” (Melo, 2005: 89). Es este espacio, en este
caso, el que funciona como clóset para David. Solo allí puede el personaje reconocerse
como gay y, por lo tanto, tener una relación erótico-amorosa con otro hombre. La

'
() *+,-./.01 2* 3-13415
LOS ESPACIOS CONSTRUIDOS COMO CLÓSETS Lucas Nicolás Cardozo
EN LA LITERATURA GAY NORTEAMERICANA
6
habitación de Giovanni es, al igual que el cine Bijou para Owen, un espacio en el que
poder ser a la vez que un lugar del cuál avergonzarse:
I remember that life in that room seemed to be occurring beneath the sea.
[…] [O]ur life together held […] joy and amazement […]. Beneath the joy,
of course, was anguish and beneath the amazement was fear […]. By then
anguish and fear had become the surface on which we slipped and slid,
losing balance, dignity and pride. (Baldwin, 1976: 99).
En este caso, también, el rechazo a la homosexualidad causa en el personaje una
autoimposición de la heterosexualidad o, como explica Melo: “el homosexual
homofóbico […] siente repulsión o miedo de sí mismo y busca refugio en la
normalidad de una pareja heterosexual” (2005: 89). Así Hella, la pareja de David,
funciona como la vida “normal” a la cual apegarse y, por la cual, desear escaparse de
ese cuarto (Baldwin, 1976: 101).

Exiliados en las islas

Por último, en el corpus analizado hay textos en los que la construcción del
espacio como clóset no se da tanto como una reacción propia a una sociedad
heteronormativa sino que es la sociedad misma la que aísla al homosexual. Éste es el
caso de George y Jim en A single man de Christopher Isherwood. La casa en la que
viven se encuentra en una suerte de isla de la cual se dice que “you could only get to it
by the bride across the creek; the surrounding trees and the steep bushy Cliff behind
shut it in like a house in a forest clearing” (2001: 20).
De igual manera, el personaje de Jerene en The lost language of cranes vive en
una isla: la ciudad de Nueva York. Una vez confesada su homosexualidad a sus padres,
LOS ESPACIOS CONSTRUIDOS COMO CLÓSETS Lucas Nicolás Cardozo
EN LA LITERATURA GAY NORTEAMERICANA
7
ellos la rechazan por lo que Jerene pasa de su vida en los suburbios a la de la gran
ciudad: “[i]t surprised her to be walking through a neighborhood of houses. So many
years had passed since she had last gone home, so many months since she’d stepped off
the island of Manhattan […] (Leavitt, 1987: 263).
Los tres personajes son abiertamente homosexuales, es decir, ya realizaron su
coming out tanto de manera interna como de forma social. Sin embargo, las normas
heterosexistas de la sociedad los condicionan a vivir en una suerte de exilio. En el caso
de Jerene, de la casa de sus padres quienes no aceptan que su hija sea homosexual y, en
el caso de Jim y George, del barrio en el que viven ya que, a pesar de ser “aceptados”
por sus vecinos, estos no dejan de considerar la homosexualidad como algo negativo,
algo por lo cual sentir pena (Isherwood, 2001: 28).

El clóset como un problema social

Como Webster Cory propone, es la sociedad la que lleva al homosexual, tanto
de manera directa como indirecta, a situarse detrás de una máscara. Las normas
heterosexistas en las cuales se basan las sociedades obligan, de alguna manera, al
homosexual a aislarse en estos espacios-clóset. Como alega Melo, citando a Foucault
“la homosexualidad es […] una invención de la psiquiatría que se acopla perfectamente
con las características vigilantes, panópticas, normalizadoras y clasificadoras de las
sociedades modernas” (2005: 17). Es, por tanto, lógico que una literatura que, como
explica Woods, debe “trazar una pintura lo más compleja posible, y lo menos tosca
emocionalmente, de cómo funciona el mundo” (1998: 304); reproduzca en sus textos
estas condiciones, configurando así los espacios de la literatura homosexual como
espacios cerrados a los que la sociedad heterosexual no puede (ni quiere) acceder.
LOS ESPACIOS CONSTRUIDOS COMO CLÓSETS Lucas Nicolás Cardozo
EN LA LITERATURA GAY NORTEAMERICANA
'8

Corpus utilizado

! BALDWIN, James. 1976. Giovanni’s room. Nueva York: Dell Publishing Co.,
Inc.

! ISHERWOOD, Christopher. 2001. A single man. Minneapolis: University of
Minnesota Press

! LEAVITT, David. 1987. The lost language of cranes. London: Penguin Books

! PURDY, James. 1998. Narrow rooms. Trowbridge: The Gay Men’s Press.

! VIDAL, Gore. 1961. The city and the pillar. Nueva York: Signet Books

! VIDAL, Gore. 1999. La ciudad y el pilar de sal. Traducción por Richard
Guggenheimer. Barcelona: Mondadori








LOS ESPACIOS CONSTRUIDOS COMO CLÓSETS Lucas Nicolás Cardozo
EN LA LITERATURA GAY NORTEAMERICANA
''

Bibliografía crítica y teórica

! COLLO, Paolo & SESSI, Frediano. 2001. Diccionario de la tolerancia. Buenos
Aires: Norma

! MELO, Adrián. 2005. El amor de los muchachos: homosexualidad & literatura.
Buenos Aires: Ediciones LEA

! SEIDMAN, Steven; MEEKS, Chet & TRASCHEN, Francie. 1999. “Beyond the
Closet? The Changing Social Meaning of Homosexuality in the United States”
en Sexualities, volumen 2, número 1. Nueva York: Sage Journals. Disponible
online en http://sex.sagepub.com/content/2/1/9 (6 de marzo del 2014)

! WEBSTER Cory, Donald. 1969. El homosexual en Norteamérica. México:
Compañía General de Editores

! WOODS, Gregory. 1998. A History of Gay Literature: The Male Tradition. New
Haven: Yale University Press






LOS ESPACIOS CONSTRUIDOS COMO CLÓSETS Lucas Nicolás Cardozo
EN LA LITERATURA GAY NORTEAMERICANA
'9


Índice

Introducción …………………………………………………………………… 2

Naciendo dentro del clóset ………………..…………………………………… 3

Viviendo en el clóset …………………………………..………………………. 5

Exiliados en las islas …………………………...…………….………………… 8

El clóset como un problema social …………………………………………….. 9

Corpus utilizado ……………………………………………………………..... 10

Bibliografía crítica y teórica …………….…………………………………..... 11

Índice …………………………………………………………..……………... 12