.

Epílogo sobre la sombra
Querida sombra, te permito que sobresalgas, tu liberación es mi futura sabiduría, tu expresión
me permite realizar mi plenitud.
Sal del anonimato para que pueda conocerme, sal del anonimato para que pueda saber cuál es
mi potencial, sal del anonimato para que pueda conocer mi capacidad de expresión, sal del
anonimato para que mi creatividad se exprese a su máximo nivel.
Conocerte me permite liberarme del bien y del mal. Liberarte me permite encontrar las
puertas del conocimiento y encontrar mi divinidad.
Trabajar contigo me permite encontrar la vida auténtica. Me permite liberarme de ataduras
basadas en las opiniones de los demás, de sus críticas, de sus proyecciones, de sus
manipulaciones. Ahora sé que todo lo que me rodea forma parte de mí. Ahora sé que lo que
me rodea es el espejo en el cual puedo verme a mí mismo y ver todos aquellos aspectos que
antes no podía ver.
Gracias por permitirme reírme de la vida, porque el humor y la risa son una puerta para que
pueda expresarme. El humor es la conexión con la relatividad de las cosas, el no tomarme
demasiado en serio me permite liberarme, sale a relucir aquella parte escondida y entonces
me puedo reír de ella.
Gracias sombra porque escondes el oro del cual yo no era consciente. Hacerte brillar me
permite brillar, y cuando brillo, todo lo que me rodea brilla, porque mi percepción queda
sanada y esta me permite vivir otra realidad que refleja la realidad que pueden vivir los demás.
Si puedo elegir lo que hago en el mundo, entonces puedo elegir y asumir mi responsabilidad
por todo lo que creo en él.
Termino con una reflexión de Jung, el gran maestro:
La visión solo llegará cuando uno pueda mirarse a su corazón. El que mira afuera sueña, el que
mira adentro despierta. (Carl Gustav Jung, http://www.frasesdealma.com

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful