15MP2P

Una mirada transdisciplinar del 15M
Copyleft 2014 bajo licencia CC-by-sa [http://creativecommons.org/licenses/by-sa/3.0/] y !"#
[http://$$$.gn%.org/copyleft/f&l.html]. 'sta es %na obra &e acceso abierto( copyleft y libre: 'res libre &e
copiar( mo&ificar y &istrib%ir el conteni&o &e esta $eb( siempre y c%an&o lo hagas bajo los t)rminos &e
la licencias anteriormente menciona&as *esto es( siempre +%e respetes la a%tor,a y mantengas esta
nota-.
'l %so estrat)gico &e la legislaci.n &e copyright para &arle la v%elta y permitir la libre circ%laci.n &el
conocimiento y &efen&er la creaci.n el acceso libre en ning/n mo&o refleja la aceptaci.n o el respeto &e
esta legislaci.n por los a%tores &e este trabajo.
15MP2P. Una mirada transdisciplinar del 15M
0ayo( 2011
'&itores: Eunate Serrano, Antonio Calleja-#.pe3( 2rna% 0onter&e y 5avier 6oret.
!otograf,a &e porta&a: or7a #ina3a.
0a+%etaci.n y fotograf,as: '. 4errano.
Digital Object Identifier (DOI)
http://&8.&oi.org/10.923:/in3.2011.1
Introducción a la edición #15MP2P
'n mayo &e 2011 se c%mplen tres a;os &e la emergencia &el 1<0. 'ste movimiento forma parte &e
%na on&a interconecta&a &e rev%eltas en &istintos pa,ses +%e se inicia en 2011( y +%e se caracteri3a
por la toma &el espacio %rbano y el %so estrat)gico &e las re&es &igitales &e com%nicaci.n( +%e
e8presan( por %n la&o( n%evos comportamientos colectivos a%toorgani3a&os y( por otro( %n n%evo tipo
&e rev%eltas interconecta&as +%e abren %na generaci.n &e movimientos en re&.
Coinci&ien&o con el seg%n&o aniversario &el 1<0( en mayo &e 2013( &es&e el gr%po &e
investigaci.n =>e&es( 0ovimientos y 6ecnopol,tica= &el ?@3/ABC y en colaboraci.n con la re&
"at2nalyisis1<0( pensamos +%e era %n b%en momento para generar %n enc%entro entre
investiga&ores( activistas y personas interesa&as para presentar y compartir avances( meto&olog,as y
concl%siones &el conj%nto &e trabajos y refle8iones reali3a&as sobre el 1<0. 'sto re+%er,a no s.lo
poner en com/n %na serie &e &iagn.sticos parciales &el esta&o &e la c%esti.n( sino tambi)n intentar
avan3ar en la constr%cci.n &e %na mira&a &e 3C0 gra&os( esto es( %na amplia visi.n trans&isciplinar
&el fen.meno 1<0 &os a;os &esp%)s &e s% e8plosi.n. Cre,mos necesario conectar y cr%3ar est%&ios
&e &istintos campos &e conocimiento y &e &iferentes &isciplinas. 2bor&ar la compleji&a& &el 1<0
re+%iere enfo+%es +%e caminen hacia la trans&isciplinarie&a& y la combinaci.n &e m/ltiples enfo+%es.
2 principios &e j%lio &e 2013 celebramos el Encuentro transdisciplinar 15MP2P. An enc%entro &e
tres &,as con mDs &e c%arenta e8posiciones &ivi&i&as en seis paneles temDticos( y con la participaci.n
&e mDs &e %n centenar &e personas *1-. #os temas &e los paneles f%eron apro8imaciones &es&e
&isciplinas como los me&ios y el perio&ismo( las narrativas( la tecnopol,tica y el hac7tivismo( o el
anDlisis &e &atos y compleji&a&( la sociolog,a y las ciencias pol,ticas. 'l enc%entro se cerr. con %n
panel final sobre la primavera global y la emergencia &e los movimientos re& en el m%n&o( &es&e el
ciclo +%e va &e la Erimavera Frabe hasta 6%r+%,a y Grasil( pasan&o por 0)8ico y 'sta&os Ani&os.
Ana ve3 finali3a&os el enc%entro recibimos %n total &e 33 com%nicaciones +%e ahora recogemos
en esta p%blicaci.n &igital. #a e&ici.n &e este compen&io &e art,c%los *2- creemos +%e contrib%irD no
s.lo a la memoria colectiva &el 1<0( sino tambi)n a %na apro8imaci.n abierta y m/ltiple +%e nos
permita enten&er el 1<0 &es&e &iferentes mira&as( +%e se van entrecr%3an&o entre s,.
2bor&ar anal,ticamente la prof%n&i&a& innova&ora &el 1<0 y &e los movimientos en re& e8ige
aten&er a s% compleji&a&( no solo con el objetivo &e convertirlos en %n campo &e est%&io aca&)mico(
sino tambi)n con el prop.sito &e mejorar s% c.&igo( &e generar %n conocimiento abierto +%e ref%erce
s%s prDcticas y s%s objetivos. 'sto implica e8perimentar con n%evas meto&olog,as &e pro&%cci.n &e
conocimientoH los campos &e investigaci.n aca&)mica y activista &eben constit%ir siempre %n retorno
&es&e y para las re&es &el 1<0 y los efectos +%e ha s%p%esto en la socie&a&. 'l 1<0 tambi)n estD
cambian&o la aca&emia y vemos f%n&amental +%e )sta se abra con )l( y al mismo tiempo se vea
atravesa&a por %n movimiento &e prof%n&o cambio +%e ya estD afectan&o a to&a la socie&a&.
"es&e el gr%po &e investigaci.n =>e&es( 0ovimientos y 6ecnopol,tica= &el ?@3/ABC pensamos
+%e el est%&io &el 1<0 y &e otros movimientos re& en el m%n&o( s%ponen %n reto epistemol.gico(
te.rico y pol,tico enorme( tanto para la aca&emia como para los propios movimientos( y esperamos
+%e este compen&io p%e&a contrib%ir &e alg%na manera a este &esaf,o. Eor lo tanto os &ejamos con
este e8tenso y completo compen&io &e art,c%los para +%e os acer+%)is con esta mira&a m/ltiple y
trans&isciplinar al 1<0( y esperamos +%e sea %na contrib%ci.n mDs al propio recorri&o abierto y vivo
&e los movimientos re&.
*1- Eo&)is cons%ltar to&os los v,&eos &el enc%entro en http://civilsc.net/vi&eos
*2- 6o&os los art,c%los +%e se p%blican en este &oc%mento f%eron aproba&os para s% presentaci.n en el
enc%entro( +%e se celebr. los &,as 3( 1 y < &e j%lio 2013( en Garcelona. #os te8tos ofreci&os se p%blican tal
y como f%eron envia&os por s%s a%tores y a%toras( a%n+%e se ha reali3a&o %na e&ici.n ortotipogrDfica.
Índice
MEDIOS, PERIODISMO Y COMUNICACIÓN DISTRIBUIDA............................................6
La emergencia de una singularidad común. Carlos Delclós.....................................................7
¿Mercantilización o Revolución? Reflexiones en torno a la figura del streamer como
nuevosujeto prosumidor. Beatriz Pérez Rioja y Javier Gil García .........................................16
Emociones en la plaza y en la pantalla. Simone Belli y Rubén Díez.....................................37
Videoactivismo 2.0: revueltas, producción audiovisual en torno al 15M y cultura libre.
Nuria Vila Alabao....................................................................................................................54
El streamer, entre el periodismo ciudadano y ciberactivismo. Beatriz Pérez Rioja............... 64
La batalla de las historias. Análisis de las prácticas de comunicación del 15M
Yolanda Quintana ...................................................................................................................76
Comunicación, Internet y democracia deliberativa en el movimiento 15M. Jośe Candón....107
El 15M como medio: autoorganización y comunicación distribuida. Eunate Serrano...........120
NARRATIVAS, IMAGINARIOS Y SEMIÓTICA DE LA PROTESTA ............................134
Mitoanálisis del 15M. Antonio Blanco-Gracia.......................................................................135
Política literal y política literaria. Sobre ficciones políticas y 15M.
Amador Fernández-Savater ................................................................................................157
La democracia emplazada: memoria de las plazas, historia popular y crítica poética
después del 15M. Germán Labrador Méndez.......................................................................171
Los públicos y sus infrapolíticas: ¿hacia una revolución democrática de los produsuarios.
Ángel Luis Lara ...................................................................................................................193
15MpaRato o escrache tecnopolítico. Joan Gual ................................................................209
Burbujas culturales y culturas del compartir. Notas sobre producción de subjetividad en
torno al 15-M. Luis Moreno Caballud ..................................................................................219
Guerra psicológica para la represión del movimiento social en torno al 15M: análisis
psicosocial crítico de las estrategias gubernamentales de organización de la violencia
para el control social (Catalunya, Junio 2011 – diciembre 2012).
Rubén–A. Benedicto Salmerón.............................................................................................229
Producción del espacio urbano y participación ciudadana. David Prieto Serrano.............. 255
TECNOPOLÍTICA, HACKTIVISMO Y CIENCIAS DE DATOS........................................273
Lucha y deja luchar. Observaciones sobre la vida de los paguros. Simona Levi................ 274
Qué le diría el 15M al Kit de la lucha en Internet. Marga Padilla .........................................278
Tecnopolítica y 15M: la insurgencia de las multitudes conectadas. Javier Toret................ 282
4
La tecnopolítica de las multitudes inteligentes: un análisis del #25S en Twitter.
Allan Cancian Marquez, Gabriel Herkenhoff Coelho Moura y Fabio Malini Luiz de Lima.... 346
Los mapas del 15M: el arte de la cartografía de la multitud conectada. Pablo de Soto...... 362
Las redes sociales como infraestructura de la acción colectiva y el surgimiento de las
cibercomunidades políticas: análisis comparativo entre Facebook y N-1 a través del
15M. Javier Gil García.........................................................................................................388
El 15M como una arquitectura de acción común. Bernardo Gutiérrez................................ 409
TEORÍA POLÍTICA, SOCIOLOGÍA Y MOVIMIENTOS SOCIALES...............................411
Kairós. La reinvención de la democracia en el Mediterráneo. Adriá Rodríguez ..................422
Una aproximación teórica al activismo del 15M y a su posicionamiento frente a los modelos
horizontales y verticales de participación ciudadana.
Simon Tormey y Ramón A. Feenstra....................................................................................435
Transnacionalizando el 15M: el caso del movimiento 5 Stelle en Italia.
Domenico Sgambati.........................................................................................446
La transversalidad del 15M entre la ciudadanía. Josep Lobera y Víctor Sampedro.......... 470
Dos años de indignación: cambios en las motivaciones y actitudes en el
15M. Camilo Cristancho, Cristina Gómez-Román, Anna Wlodarczyk .................................490
Por una definición del 15M. Una multitud irrepresentable.
Klaudia Álvarez y Darío Lovaglio .......................................................................................511
Flashback 15M: las raíces socioculturales de la política callejera en España.
Ernesto García López ........................................................................................................521
Hacia un método de análisis del lenguaje y contenido emocional en la gestación y
explosión del 15M en Twitter. Óscar Marín Miró .................................................................331
ANEXOS.........................................................................................................................536
5
Mamá, me ha salido un bit!! Carolina García...................................................................... 302
Las mutaciones del movimiento red 15M. Arnau Monterde................................................ 294
Pink noise revolution: analizando la mente colectiva de las redes. Miguel Aguilera...........314

Medios,
Medios,
Periodismo y
Periodismo y
Comunicación distribuida
Comunicación distribuida
La emergencia de
una singularidad
común: afecto
y resonancia en
la lucha por el
sentido común
El carácter coloquial del estilo comunicativo de los
indignados refeja su capacidad para nombrar los
sentimientos de una subjetividad colectiva
considerablemente más amplia que los actores políticos
establecidos, incidiendo así no solo en una disputa sobre el
signifcado de una situación política y económica particular,
sino el de una situación cultural. Sin embargo, el contenido
político de sus reivindicaciones se aproxima sobre todo al de
las reivindicaciones del movimiento altermundialista, siendo
stas un ejemplo paradigmático de los vectores abiertos por
un tipo de agencia específco! la política de movimiento. "as
semejan#as entre las reivindicaciones de los indignados y el
movimiento altermundialista se observan en el manifesto
de $emocracia %eal &a y las enmiendas que rápidamente se
a'adieron en las comisiones de las acampadas. "as
demandas lan#adas por el documento inicial de $%&
incluían! la eliminación de todos los privilegios de la clase
política( una solución al paro( el derec)o a una vivienda
digna( servicios p*blicos de calidad( control sobre la banca(
una re+orma fscal( libertades civiles y democracia
participativa( y la reducción del gasto militar.
Carlos Delclós
Universitat Pompeu Fabra
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
Introducción
En Dhalgren, una obra maestra de la ciencia ficción escrita por el autor Samuel R. Delany,
los habitantes de una peculiar ciudad estadounidense llamada Bellona presencian una
variedad de acontecimientos extraños que se desdibuan en el fondo de una normalidad en
constante mutación. Edificios que arden durante d!as sin ser consumidas por las llamas.
"alles y carteles indicadores que cambian de nombre y de orientación de un d!a para otro,
de modo que el viae de vuelta nunca tiene relación con el de lle#ada. $n bloque de
viviendas casi vac!as alber#a a una familia nuclear que desempeña desesperadamente sus
papeles tradicionales, mientras el ruido de unos o%upas alborotadores en otro lu#ar del
edificio les recuerda el caos que les espera al otro lado de su puerta.
&a #ente de Bellona se adapta constantemente y rara ve' les sacuden estos
sucesos. &es unen las patolo#!as de un trauma compartido, desconocido por el prota#onista
de la novela, un amn(sico reci(n lle#ado conocido simplemente como )he *id +El ,iño-,
hasta que (ste lo vive en su propio cuerpo. $n d!a por la mañana, mientras mira el
hori'onte, observa como primero el cielo y lue#o todo su alrededor, es consumida por una
ce#adora lu' amarilla. El sol se ha expandido a varias veces su tamaño real y si#ue
haci(ndolo a una velocidad alarmante. .l principio piensa que se est/ convirtiendo en nova,
pero descarta esta posibilidad al comprobar que la temperatura de la ciudad no ha
cambiado. .l d!a si#uiente, todo ha vuelto a la normalidad. &a #ente si#ue viviendo sus
vidas peculiares, sin mencionar el evento a pesar de compartir el conocimiento de que,
indudablemente, ocurrió. 0&o que hab!a sentido entonces fue un terror activo. &o que
sent!a ahora, su equivalente pasivo1 +Delany 2334-.
5currió al#o similar la medianoche del 23 de mayo del 2344, en la 6la7a "atalunya.
$nas treinta mil personas se hab!an untado en la acampada, desobedeciendo as! la
prohibición de su protesta por parte de la 8unta Electoral. 9ientras al#unas personas
aleatoriamente inspiradas articulaban sus personali'adas llamadas a la revolución, otras
saltaban, aclamaban, a#itaban las manos, sonre!an ext/ticas o lloraban la#rimas de ale#r!a.
:o estaba en el raqu!tico puesto que hab!amos construido en la "omisión de Educación,
reco#iendo firmas contra las medidas de austeridad impuestas por la ;eneralitat de
"atalunya mientras al#unos compañeros intentaban prevenir que la estructura precaria se
desmoronase debido a la presión eercida por la multitud de cuerpos que nos rodeaba.
$n tipo, vestido de polo blanco, pantalones bermuda y una mirada enloquecida por la
me'cla de inspiración, alcohol, humedad y calor humano, estaba particularmente excitado.
0<=u( puedo hacer para ayudar la Revolución> ?ar( lo que sea, @o por lo menos
aprenderA1 Entró en el puesto con un salto y empe'ó a buscar fren(ticamente al#o que
co#er con sus manos +parec!a importar poco lo que fuera, con que lo pudiera a#arrar-.
Bma#in( que se colapsaba el puesto y le se#u!a una horda de cuerpos y el v(rti#o que sent!
resonaba con ese terror activo que describe Delany en Dhal#ren. 9e #usta pensar que,
durante esos primeros d!as de las acampadas, cuando aCn no ten!a nombre lo que estaba
pasando, m/s all/ de la palabra indignación, un terror similar empe'aba a invadir el sueño
de al#Cn que otro pol!tico o banquero.
Emergencia y frecuencia de resonancia
. d!a de hoy y vista la coyuntura pol!tica y económica en la que nos encontramos, resulta
in#enuo pensar la irrupción del 4D9 en estos t(rminos. 6ero que esta interpretación sea
8
!M"#" Carlos $elcl%s
&ncuentro transdisciplinar La emergencia de una singularidad común
inevitable se debe a que el vocabulario que se suele emplear para describir la ola de
movili'aciones que empe'ó en el 2344 nos lleva a hablar de Elos resultadosF que ha tenido
Eun movimientoF principalmente centrado en combatir Ela austeridad neoliberalF, en una
conceptuali'ación de la a#encia que destaca por su linealidad. $no de los conceptos m/s
empleados a la hora de conceptuali'ar la emer#encia de las movili'aciones del 2344 es la
difusión. Se#Cn explican 8erome Roos y &eonidas 5i%onoma%is en E=ue ,o ,os
RepresentanG )he "risis of Representation and the resonance of the Real Democracy
9ovement from the Bndi#nados to 5ccupyF +234H-, en la literatura acad(mica sobre los
movimientos sociales, la definición ori#inal de *at' postula la difusión como la aceptación de
un obeto, a lo lar#o del tiempo, por parte de individuos, #rupos o comunidades que adoptan
y que est/n li#adas a canales de comunicación externos, adem/s de entre s!, mediante una
estructural de relaciones sociales y un sistema de valor o cultura +4IJK-. De este modo, la
difusión implicaG +4- un transmisorL +2- un adoptadorL +H- un obeto que se difunde, y +M- un
canal a trav(s del cual el obeto lle#a desde el transmisor al adoptador.
"itando la afirmación que hacen 9c.dams y Rucht, de que la difusión puede ser
directa, a trav(s de un contacto personal preexistente entre el transmisor y el adoptador
+denominada difusión relacional-L indirecta, a trav(s de los medios de comunicación masivos
+difusión noNrelacional-L o al#una combinación o interacción entre las dos +4IIH-, Roos y
5i%onoma%is explican que, a pesar de que se puede entender que los movimientos del 2344
fueron difundidas por canales noNrelacionales y formas de adopción espont/neas, el
concepto lineal de difusión es incapa' de explicar la multidireccionalidad de las interacciones
entre los diversos nodos en una red de movimiento #lobal. En cambio, proponen el concepto
de la resonancia para explicar estos fenómenos, bas/ndose en la idea expresada por
)iqqun de que la emer#encia de un movimiento revolucionario no es un proceso lineal que
se extiende de un lado a otro tras una chispa inicial, sino uno que resuena, Etomando la
forma de mCsica, cuyos puntos focales, aunque dispersos en el tiempo y el espacio,
imponen los ritmos de sus propias vibraciones, aumentando siempre su densidadF +233K-.
6ara entender la relevancia del concepto de la resonancia en el contexto actual,
resulta Ctil repasar las ideas de 9arshall 9c&uhan al respecto. El an/lisis que hace
9c&uhan del Emundo el(ctricoF cobra una importancia fundamental a la hora de entender la
constitución de un cuerpo social a trav(s de los procesos facilitados por la red. :a en
Comprender los medios de comunicación: Las extensiones del ser humano, escrib!aG
En las edades mec/nicas extendimos nuestro cuerpo en el espacio. ?oy, tras m/s de
un si#lo de tecnolo#!a el(ctrica, hemos extendido nuestro sistema nervioso central hasta
abarcar todo el #lobo, aboliendo tiempo y espacio, al menos en cuanto a este planeta se
refiere. ,os estamos acercando r/pidamente a la fase final de las extensiones del hombreG
la simulación tecnoló#ica de la conciencia, por la cual los procesos creativos del
conocimiento se extender!an colectiva y corporativamente, al conunto de la sociedad
humana, de un modo muy parecido a como ya hemos extendido nuestros sentidos y nervios
con los diversos medios de comunicación. =ue la extensión de la conciencia, que tanto
buscaron los anunciantes de determinados productos, sea Eal#o buenoF es una cuestión que
no admite sino un amplia respuesta. Dif!cilmente podr!an tratarse las cuestiones sobre las
extensiones del hombre sin considerarlas todas a la ve'. "ualquier extensión, sea de la piel,
de la mano o del pie, afecta a todo el compleo ps!quico y social +9c&uhan 233I-.
.unque resulte contradictorio con la causalidad lineal que insinCa su concepto de Elas
fasesF de Elas extensiones del hombreF, al vincular el sistema nervioso +cuerpo social- con
las extensiones del ser humano +la tecnolo#!a-, invocando as! la Esimulación de la
9
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
concienciaF, 9c&uhan señala la ra'ón por la cual la resonancia puede resultar m/s Ctil a la
hora de entender la emer#encia de movili'aciones como las que empe'aron en el 2344. :
efectivamente, la resonancia cobra una importancia central, incluso sa#rada en la #ram/tica
peculiarmente reli#iosa que ofrece 9c&uhan. ESoy un tomista para quien el orden sensorial
resuena con el &o#os divino. ,o creo que los conceptos ten#an nin#una relevancia en la
reli#ión. &a analo#!a no es un concepto. Es comunidad. Es resonancia. Es inclusiva. Es el
proceso co#nitivo en s!F +9c&uhan 4IJI-.
&a potencia del v(rti#o que sent! en la pla'a ese 23 de mayo resid!a en su arrai#o en
un acontecimiento, sin#ular y compartido, que fue capa' de perturbar los automatismos de
la narrativa hasta entonces dominante y de reorientar la interpretación de un sentimiento
vivido en lo !ntimo al trasladarlo a la deliberación en comCn. : esa puesta en comCn de los
t(rminos que expresar!an lo que sent!a la #ente produo una narrativa absolutamente
inclusiva, si entendemos la inclusividad no como una concordancia sino como un debate que
resulta irresistible, una frecuencia de resonancia en la que el cuerpo social y el sistema
alcan'a el m/ximo #rado de oscilación. Se hab!a emitido una señal que obli#aba la #ente a
tomar posiciónG uno estaba en las acampadas, con las acampadas o contra las acampadas,
pero en muy pocos casos se pod!a i#norar su existencia.
De sentimiento común a sentido común
E:o tambi(n estoy indi#nado.F 6or un momento en el 2344, parec!a que toda persona en el
Estado español ten!a que empe'ar su perspectiva sobre las acampadas con esta frase,
hasta que quienes m/s defend!a el sistema no ten!an m/s forma de expresarse que Eestar
indi#nado con los indi#nadosF. Se#Cn el trabao de Dat.nalysis4D9, observamos que,
ciertamente, la indi#nación destaca como emoción clave durante la fase de explosión y
estabili'ación del movimiento de los indi#nados, pero lo hace en mucho menor medida que
un sentimiento determinanteG el empoderamiento. Se podr!a decir que la indi#nación nos
indica con qu( confi#uración afectiva resuena la señal emitida por los indi#nados, mientras
que el empoderamiento supera las barreras a la acción. 6ero tambi(n destaca otro aspecto
claveG el 22 de mayo, durante las elecciones municipales que facilitaron la estructura de
oportunidad pol!tica para que el 4D9 entrara en escena, observamos que el si#nificante m/s
frecuentemente utili'ado por las redes del 4D9 no es el sueto cl/sico de la movili'ación
social Eel puebloF, sino uno considerablemente m/s coloquialG E#enteF +Serrano y
Dat.nalysis 4D9, 234H-.
Este car/cter coloquial del estilo comunicativo de los indi#nados reflea su capacidad
para nombrar los sentimientos de una subetividad colectiva considerablemente m/s amplia
que los actores pol!ticos establecidos, incidiendo as! no solo en una disputa sobre el
si#nificado de una situación pol!tica y económica particular, sino el de una situación cultural.
En EEl sentido comCn como sistema culturalF, el antropólo#o "lifford ;eert' ar#umenta que
mientras que Ela reli#ión basa su teor!a en la revelación, la ciencia en el m(todo, la ideolo#!a
en la pasión moralOel sentido comCn se basa precisamente en la afirmación de que en
realidad no dispone de otra teor!a que la vida misma. El mundo es su autoridadF +;eert'
4IIM-. Describe perfectamente el estilo comunicativo de los indi#nados.
Sin embar#o, el contenido pol!tico de sus reivindicaciones se aproxima sobre todo al
de las reivindicaciones del movimiento altermundialista, siendo estas un eemplo
paradi#m/tico de los vectores abiertos por un tipo de a#encia espec!ficoG la pol!tica de
movimiento. 9ientras que el pro#rama pol!tico de partido tradicional tiene como obetivo el
0
!M"#" Carlos $elcl%s
&ncuentro transdisciplinar La emergencia de una singularidad común
establecimiento de un contrato electoral con la ciudadan!a, el pro#rama de un movimiento
pol!tico se centra en las medidas, pol!ticas y acuerdos que la ciudadan!a hace entre ellos
mismos a trav(s del eercicio de su autonom!a y libre albedr!o, con el obetivo de alcan'ar un
hori'onte emancipatorio. 9ientras que el pro#rama de partido solo responde a la necesidad
de articular su oferta en el caso de formar un #obierno se#Cn los ciclos electorales, el
pro#rama de movimiento se encabe'a d!a tras d!a, adapt/ndose a las situaciones impuestas
por su condición anta#onista. 6or tanto, mientras que el pro#rama de partido responde a la
ló#ica del #obierno representativo, el pro#rama de movimiento responde a la ló#ica
deliberativa de la democracia directa +Delclós y Pieo 2342-.
)eniendo en cuenta esta distinción y dadas las compleidades de los procesos
deliberativos desarrolladas en las pla'as, las redes sociales y otros espacios de movimiento,
resulta dif!cil resumir la rique'a del pro#rama de los indi#nados a trav(s de un an/lisis
descriptivo. En cambio, es a trav(s de las demandas expresadas en los momentos de
movili'ación posteriores a las acampadas que podemos visuali'ar el pro#rama de
movimiento que caracteri'a el 4D9. En este sentido, el movimiento en #eneral se puede ver
como el desplie#ue de diferentes vectores de conflicto con el statu quo, los cuales alcan'an
diferentes intensidades en diferentes momentos de anta#onismo. $n eemplo clave de esta
din/mica es la 6lataforma de .fectados por la ?ipoteca. El (xito de su campaña Stop
DesahuciosA ha situado al tema de la vivienda en el centro del debate pCblico y del pro#rama
de movimiento de los indi#nados a trav(s de la desobediencia civil. &a campaña tambi(n ha
incidido sobre los procesos deliberativos en los espacios de movimiento a trav(s de su
considerablemente productiva y constructiva labor en las pla'as, las redes sociales y las
asambleas de barrio. . diferencia de otros temas presentes en las pla'as en otros
momentos, como es la ley electoral +cuya importancia tiende a aumentar con la proximidad
de las elecciones-, la problem/tica de la vivienda ha aumentado de forma considerable a lo
lar#o del tiempo #racias a la praxis desobediente de la 6.? y su capacidad para marcar la
a#enda pCblica a trav(s de la pol!tica de movimiento.
&as semean'as entre las reivindicaciones de los indi#nados y el movimiento
altermundialista se observan en el manifiesto de Democracia Real :a y las enmiendas que
r/pidamente se añadieron en las comisiones de las acampadas. &as demandas lan'adas
por el documento inicial de DR: inclu!anG la eliminación de todos los privile#ios de la clase
pol!ticaL una solución al paroL el derecho a una vivienda di#naL servicios pCblicos de calidadL
control sobre la bancaL una reforma fiscalL libertades civiles y democracia participativaL y la
reducción del #asto militar. Estas reivindicaciones sirven como puntos de partida, las cuales
fueron revisadas por la acampada de Barcelona para lle#ar a los si#uientes ees tem/ticosG
privile#ios de la clase pol!ticaL derechos laboralesL derechos de viviendaL servicios pCblicosL
pol!tica fiscalL y medio ambiente. 9ientras tanto, la acampada de Sol desarrolló una lista de
4M puntos que inclu!a varios de los mencionados, pero que tambi(n incorporaba otras, como
la recuperación de la memoria histórica.
)odos estos puntos evolucionaron con el tiempo, hasta el primer aniversario del 4D9,
para el cual los vectores se redueron a cinco puntosG +4- ni un solo rescate bancario m/sL
+2- sanidad y educación pCblicas, universales y de calidadL +H- el derecho a una vivienda
di#na #aranti'adaL +M- el fin de la precariedad y la reforma laboralL +D- una renta b/sica
universal. )res de estos cinco puntos +servicios pCblicos, vivienda y derechos laborales-
corresponden a los conflictos sociales relacionados con las mayores movili'aciones desde el
4D de mayo del 2344 hasta entonces, mientras que los otros dos puntos aumentaron su
relevancia en el periodo posterior al aniversario. 9ientras que los rescates bancarios son
1
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
casi universalmente impopulares, las acciones contra la banca como 5ccupy9ordor o )oque
a Ban%ia han recibido un apoyo tremendo. : por Cltimo, a pesar de su escasa repercusión
medi/tica, la renta b/sica universal se ha convertido en un punto b/sico de las asambleas
de barrio y al#unos partidos pol!ticos de i'quierdas, adem/s del obeto de dos iniciativas
le#islativas populares a nivel local y europeo +Delclós y Pieo 2342-.
.l renunciar las #ram/ticas y los vocabularios pol!ticos tradicionalmente i'quierdistas
que caracteri'aban el movimiento altermundialista que inau#uró el Si#lo QQB, estos
movimientos consi#uieron articular y sociali'ar una cr!tica del capitalismo #lobal y un
repertorio de acción colectiva que comparte mucho con las de ese movimiento. . trav(s de
una estrate#ia de comunicación en red particularmente efectiva, adem/s de un enfoque de
Ecódi#o abiertoF a la creación de contenidos, los indi#nados no solo han sido capaces de
superar las considerables barreras a la participación presentes en el repertorio de
contracumbres y foros sociales que caracteri'aba al movimiento altermundialista, sino que
tambi(n han sido capaces de disputar la #eneración de si#nificados en los contextos
pol!ticos que si#uieron sus primeros y espectaculares impactos al nivel local.
&as meores pruebas de la resonancia del mensae de los indi#nados en el /mbito
del sentido comCn se hallan en los resultados del estudio Palues and RorldvieSs de la
Tundación BBP., los cuales llevaron el diario Expansión a recurrir al titular EEspaña, el pa!s
m/s anticapitalista del EuropaF +"ere'al 234H-. 6ara la i'quierda m/s radical, dicho titular
puede parecer al#o histriónico, pero si consideramos que el mensae del movimiento
altermundialista señala la connivencia entre la clase pol!tica y el poder financiero #lobal a
trav(s de instituciones supranacionales como el Tondo 9onetario Bnternacional, el Banco
9undial y la 5r#ani'ación 9undial de "omercio +o su equivalente al nivel europeo, la )roi%a-
como los culpables de la perdida de derechos sociales y democr/ticos que acompañan los
austes estructurales neoliberales, resulta que el titular es verdad. El estudio +Tundación
BBP. 234H- resalta que mientras que la mayor!a de los españoles e italianos +pa!ses
intervenidos por la )roi%a- creen que la democracia en sus respectivos pa!ses funciona mal
+media inferior a los M puntos en una escala de 3 a 43-, los daneses, suecos, alemanes y
holandeses expresan una valoración muy positiva +superior a los J puntos-. &os españoles
se sitCan entre quienes valoran m/s desfavorablemente a los ueces, militares, empresarios,
reli#iosos y pol!ticos. &a confian'a en los pol!ticos en España lle#a a niveles m!nimos +media
de 4,D en una escala de confian'a 3 a 43 frente a una media de H,U en una medición
reali'ada por la Tundación BBP. en 233D- y los m/s baos de todos los pa!ses examinados
+4,D frente al promedio europeo de H.3-.
.dem/s de que los españoles son quienes m/s prefieren un Estado de Bienestar
aunque ten#an que pa#ar impuestos m/s altos +un K4V de la población frente al JJV en el
promedio europeo-, la preferencia por un papel activo del Estado en la econom!a tambi(n
resulta m/s alta en el Estado Español. : mientras que en casi todos los pa!ses del estudio,
la mayor!a cree que las diferencias en los niveles de in#resos son necesarias para que
quienes se esfuer'an m/s ten#an in#resos m/s altos que quienes se esfuer'an menos,
España se alea de la posición europea con posiciones m/s polari'adas. 9ientras que una
mayor!a +DDV- abo#a por in#resos m/s equilibrados con independencia del esfuer'o
personal, otro alto porcentae +M2V- de la población prefiere la diferenciación de los in#resos
en función del esfuer'o +Tundación BBP. 234H-.
. esto se le añade una ba!sima valoración de las instituciones m/s señaladas por
los indi#nados como los culpables de la crisis y la p(rdida de derechos sociales y
democr/ticosG España es el pa!s donde peor se valora el T9B +H,M de media-, los bancos
2
!M"#" Carlos $elcl%s
&ncuentro transdisciplinar La emergencia de una singularidad común
nacionales e internacionales +2,H y 2,4 respectivamente- y el Banco "entral Europeo +H,4-,
adem/s del ;obierno nacional +2,K-, los partidos pol!ticos +2,3- y los sindicatos +2,K-. Estos
resultados son coherentes con sus respuestas sobre los culpables de la crisis, pues para
m/s de dos tercios de la muestra, quienes tienen mucha o bastante de la responsabilidad
por la situación de crisis que se viva son los pol!ticos +ID,HV-, los bancos +IM,DV-, los
#obiernos nacionales +I3,IV-, las compañ!as financieras +KU,4V-, los diri#entes de la $E
+K4,MV-, el Banco "entral Europeo +K4,3V-, las a#encias de calificación +UJ,3V-, las
empresas constructoras +UD,4V-, el T9B +U2,UV-, las empresas multinacionales +U4,3V- y
los empresarios +JK,UV-. En cambio, tan solo el 2M,IV dice que los ciudadanos tienen
mucha o bastante responsabilidad por la crisis y el 4M,IV dice lo mismo de las pequeñas
empresas. 6or Cltimo, en lo que se refiere a los relatos ideoló#icos, en una escala de 3 a 43,
España es el pa!s que menos se identifica con el capitalismo +2,H- +Tundación BBP. 234H-.
En t(rminos de movili'ación, la pre#unta t!pica de los activistas +E<por qu( somos tan
pocos en la calle>F- necesita bastantes matices. &os españoles son los europeos que m/s
han participado en manifestaciones y huel#as en el Cltimo año +el 2HV y 24V
respectivamente frente al 43V y KV en el promedio europeo-. : mientras que los medios
tienden a destacar el papel fundamental de las redes sociales en las movili'aciones de los
Cltimos años, resulta que entre los españoles un UV se movili'ó en respuesta a una
convocatoria que recibió v!a internet o redes sociales, casi una tercera parte de las personas
que se movili'aron y una proporción mayor al promedio europeo, que es el MV. 6or tanto,
mientras que las redes sociales tienen un impacto inne#able sobre la movili'ación, es
probable que este sea menor en t(rminos de poder de convocatoria +lo cual no quita que
ten#an un efecto considerable sobre los procesos de subetivación y sociali'ación pol!tica-
+Tundación BBP. 234H-.
Resonancia y la emergencia de una singularidad común
El antropólo#o ar#entino ;astón ;ordillo se refiere a la resonancia como la fuer'a materialN
afectiva que #u!a y empodera las insurrecciones como eventosG
&o que ha tomado forma como una fuer'a potente e imparable en las calles de
E#ipto es la resonanciaG la empat!a colectiva y asertiva creada por las multitudes que luchan
por el control del espacio. &a resonancia es un asunto intensamente corporal, espacial y
politi'ada, materiali'ada en las masas de cuerpos que se untaron en las calles e#ipcias
durante los Cltimos trece d!as para enfrentarse a la polic!a, ser temporalmente dispersados
por las balas y los #ases lacrimó#enos y rea#ruparse posteriormente como un enambre
implacable para retomar las calles, for'ar el retroceso de la polic!a y saturar el espacio con
una efervescencia colectiva. &a resonancia es lo que de vida a este ri'oma humano y la
fuente de su poder +;ordillo 2344-.
De forma estrictamente complementaria, en este ensayo he tratado de expandir el
concepto de resonancia empleado por ;ordillo. ;ordillo describe la resonancia como una
fuer'a materialNafectiva y el (nfasis que hace en su definición es principalmente corporal,
pero tiende a emplear el concepto para explicar momentos de movili'ación masiva. "reo
que esto puede ser un error. "omo ha demostrado el trabao de Dat.n/lisis4D9, los
momentos de mayor movili'ación se caracteri'aban por un sentimiento espec!fico, que es el
empoderamiento, lo cual creo que es al#o distinto a la resonancia. 6ara visuali'ar esta
distinción e inda#ar en la relación entre afecto y la su materiali'ación en la acción, resulta
Ctil el esquema propuesto por los psicólo#os sociales Bce% .'en y 9artin Tishbein.
3
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
. pesar de lo incómodo que puede resultar para al#unos lectores el recurso a una
teor!a social que parte del individualismo metodoló#ico, utili'ada en campos tan dispares
como los estudios de fecundidad y los de elección del consumidor, la )eor!a de la .cción
Ra'onada de Bce% .'en y 9artin Tishbein se ha demostradp particularmente Ctil en la tarea
de la modulación del enlace entre las estructuras normativas y los resultados conductuales
+4IUD-. &os autores su#ieren que las intenciones conductuales de una persona dependen de
su actitud respecto a esa conducta y sus normas subetivas. 9/s tarde, .'en adaptó esta
ló#ica para formular su )eor!a de "onducta 6lanificada, la cual propone que, en un sentido
#eneral, la #ente tiene la intención de actuar de una manera u otra +comprar un producto, en
este caso-, cuando valoran esa conducta de forma positiva, cuando experimentan presión
social para actuar de ese modo y cuando creen que tienen los medios y las oportunidades
para hacerlo +.'en 4II4-. En este esquema, el empoderamiento es una percepción
subetiva por parte del actor individual de que las barreras a una acción son lo
suficientemente baas y las oportunidades lo suficientemente amplias como para actuar de
un modo determinado. En cambio, la resonancia se referir!a a un proceso de subetivación
en el cual el afecto, las preferencias y los valores se reconfi#uran de modo que #eneran una
empat!a con otros actores percibidos como similares, de tal ma#nitud que la presión social
para entrar en acción es alta. Dicho de otro modo, en la resonancia emer#e una
sin#ularidad comCn que, en un contexto de movili'ación masiva, empodera al individuo para
actuar en beneficia de un colectivo con el cual siente afinidad. 6ero m/s all/ del momento
insurreccional, la resonancia puede persistir para reconfi#urar las narrativas y los
si#nificados, reorientando as! el sentido comCn de una población. El impacto del movimiento
de los indi#nados sobre la narrativa de la crisis sist(mica me parece un eemplo muy claro
de esto.
Referencias bibliográficas
.8WE,, B. +4II4-. )he theory of planned behavior. 5r#ani'ational Behavior and ?uman
Decision 6rocesses, D3+2-, 4UIX244. httpGYYdx.doi.or#Y43.434JY3UMINDIUK+I4-I3323N)
.8WE,, B. +233D-. Attitudes, Personality and Behavior. Ber%shireG 5pen $6.
TBS?BEB,, 9., Z .'en, B. +4IUD-. Belief, attitude, intention, and behavior: An introduction to
theory and research. Readin#, 9.G .ddisonNResley.
"EREW.&, 6. +234H-. [España, el pa!s m/s anticapitalista de Europa\, xpansión, D .pril.
DE&.,:, S. +2334-. Dhalgren. ?anoverG Resleyan $6.
DE&"&]S, " and PBE85, R +2342- [Beyond the Bndi#nationG Spain^s Bndi#nado^s and the
6olitical .#enda\, Policy ! Practice: A Development ducation "evie#, Pol. 4D, .utumn
2342, pp. I2N433
T$,D."B], BBP.. +234H-. Diver#encias y consensos europeosG acuerdo a favor del
modelo del Estado de Bienestar y diferencias entre pa!ses en el v!nculo de los ciudadanos
con la esfera pCblica. M abril.
httpGYYSSS.fbbva.esY)&T$YtlfuYespYnoticiasYfichanoticiaYindex.sp>codi#o_43MM
;EER)W, ". +4IIM-. Conocimiento local : ensayos sobre la interpretación de las culturas
`traducción de .lberto &ópe' Bar#adosa. BarcelonaG 6aidós.
4
!M"#" Carlos $elcl%s
&ncuentro transdisciplinar La emergencia de una singularidad común
;5RDB&&5, ;. +2344- Space and 6oliticsG Essays on the spatial pulse of politics
httpGYYspaceandpolitics.blo#spot.com.auY2344Y32YresonanceNandNe#yptianNrevolution.html
B,PBSBB&E "599B))EE. +233K-. $he Coming %nsurrection. &ondonG 9B) 6ress.
*.)W, E. +4IJK-. Diffusion +Bnterpersonal Bnfluence-. 6p UK.KD in %nternational ncyclopedia
of the &ocial &ciencies, David &. Shils ed. &ondonG 9ac9illan and Tree 6ress.
9".D.9, D. Z R$"?), D. +4IIH-. )he "rossN,ational Diffusion of 9ovement Bdeas.
Annals of the American Academy of Political and &ocial &cience, Pol. D2K, "iti'ens, 6rotest
and Democracy. 8uly, pp.DJNUM. httpGYYdx.doi.or#Y43.44UUY3332U4J2IHD2K33433D
9"&$?.,, 9. +4IJI-. &etters, to 8ohn R. 9ole, 5.9.B., .pr. 4K, p. HJKNI
9"&$?.,, 9. +233I-. "omprender los medios de comunicaciónG &as extensiones del ser
humano. BarcelonaG Bolsillo 6aidós.
R55S, 8 Z 5B*5,59.*BS, &. +234H-. =ue ,o ,os RepresentanG )he "risis of
Representation and the resonance of the Real Democracy 9ovement from the Bndi#nados to
5ccupy, presented at &treet Politics in the Age of Austerity: 'rom the %ndignados to (ccupy,
Teb 23N24, $niversity of 9ontreal.
SERR.,5, E. y D.).,.&:SBS4D9. +234H-. ResumenG E)ecnopol!ticaG &a potencia de las
multitudes conectadas. El sistemaNred 4D9 como nuevo paradi#ma de la pol!tica distribuida.
23 unio. httpGYYdatanalysis4Dm.files.Sordpress.comY234HY3JYtecnopoliticaN4DmNresumen.pdf
5
¿Mercantilización
o Revolución?
Refexiones en
torno a la fgura del
streamer como nuevo
sujeto prosumidor
En los últimos años estamos viviendo múltiples
transformaciones de la esfera mediática, al surgir
nuevos modelos de comunicación que están dibujando
un nuevo ecosistema mediático. Confgurados a partir
de redes distribuidas, se caracterizan por el eco de
que aora es toda la población la encargada !a no solo
de consumir el contenido mediático, sino tambi"n de
producirlo ! distribuirlo, al actuar de manera
prosumidora. #as viejas oligarqu$as mediáticas ven
invadida su área de in%uencia por sujetos
empoderados. &stos se erigen en cronistas
independientes de la realidad a partir de sus tel"fonos
móviles, con capacidad de llegar a miles de personas a
trav"s de sus propias redes de difusión distribuida. #a
presente comunicación pretende ser una primera
apro'imación descriptiva a la nueva fgura del
streamer como prosumidor de información en el nuevo
conte'to mediático. (e esta manera pretendemos
generar una re%e'ión en torno a la dualidad intr$nseca
a los procesos de prosumición mediáticos actuales)
*estamos asistiendo a una revolución del ecosistema
mediático o tan solo ante nuevas formas de producir
valor en un capitalismo cambiante+
Beatriz Pérez Rioja
,eriodista ! doctoranda de la -acultad de Ciencias ,ol$ticas, ./E(
Javier il arc!a
,olitólogo ! doctorando de la -acultad de Ciencias ,ol$ticas, ./E(
15MP2P Beatriz Pérez Rioja & Javier Gil García
Encuentro transdisciplinar ¿Mercantilización o Revolución?
1. Introducción
Mientras se escriben estás líneas, una serie de protestas inician en Turquía un nuevo ciclo
de luchas. Desde la perspectiva de la comunicación, lo que está sucediendo nos recuerda a
lo que ya vimos en las revueltas árabes del 2011, en el 1M, en las protestas de las
elecciones !usas o en "recia #y ahora tambi$n en %rasil& #Mason, 201'&( es decir, bloqueos
mediáticos por parte de de los medios de comunicación convencionales, los cuales son
sustituidos por redes sociales de internet #!)* de ahora en adelante& empleadas por los
prota+onistas de las protestas. ,n Turquía, el país que más periodistas tiene encarcelados a
nivel mundial #-alma, 201'&, los medios de comunicación de masas, controlados por el
+obierno, han bloqueado y reducido al mínimo cualquier cobertura de las protestas #De.ne,
201'/ Mason, 201'&, sustituy$ndolas por pro+ramas como Miss Turquía #De.ne, 201'&. De
hecho, mientras la 011 *nternacional emitía en directo las protestas, la 011 Turca
retransmitía un documental sobre los pin+2inos, pasando a denominar al+unos activistas la
revuelta como 3la !evolución de los -in+2inos4 #5ohnson, 201'/ T6itchy, 201'&. 7sí, no es de
e8tra9ar que los medios de comunicación se hayan convertido a su ve: en blancos de las
protestas, siendo boicoteados por la población( ;en protesta por la cobertura de la cadena
1T<, la +ente comen:ó a retirar sus ahorros del %anco "aranti, ambos pertenecientes a
Do+us =oldin+4 #-alma, 201'&.
-ero en Turquía, una ve: más, las !)* han sido .undamentales como in.raestructuras
de in.ormación, di.usión y comunicación, siendo incluso utili:adas para coordinar y or+ani:ar
las protestas #>nibbs, 201'/ Mason, 201'/ "ambetti, 201'/ -earson y Tuysu:, 201'&. )u
empleo no solo ha conse+uido superar el bloqueo mediático, sino que ha +enerado redes de
comunicación alternativas, lle+ando a a.irmar el primer ministro turco, Tayyip ,rdo+an, que
para $l las !)* son una +ran amena:a para las sociedades #?etsch, 201'/ >nibbs, 201'&. De
hecho las autoridades han hecho todo lo posible para evitar su uso, desde disponer de
inhibidores de ondas para restrin+ir el acceso a internet en los epicentros de las protestas
#-alma, 201'/ De.ne, 201'&, hasta detener a decenas de personas por incitar por las
mismas a la revuelta #-alma, 201'/ 5ohnson, 201'/ -earson y Tuysu:, 201'/ >nibbs, 201'&.
?o que ha di.erenciado la revuelta turca de las protestas del 2011 en otros países #y
siempre desde el punto de vista de la comunicación&, ha sido la e8tensa capacidad de los
activistas para retransmitir los acontecimientos en directo a trav$s de sus tel$.onos móviles,
es decir, de su capacidad para trans.ormarse en streamers. ?as primeras protestas,
acampadas y a+resiones policiales han sido ampliamente retransmitidas de esta manera a
nivel internacional, lo que re.le@a que el streaming se está convirtiendo en un elemento
comAn a las nuevas .ormas de protesta
1
. 0on el cierre de la televisión pAblica +rie+a ,!T a
principios de @unio del 201', unos traba@adores col+aron un cartel en sus inmediaciones con
el .amoso eslo+an de ;la revolución no será televisada4 #the revolution will not be televised&,
haciendo alusión al cierre de la cadena #Bearden, 201'&. ?a pre+unta que tenemos que
hacernos ahora es, si por el contrario, la revolución será transmitida por live-stream #the
revolution will be live-streamed& #CiDonomaDis, 201'&.
7unque los avances tecnoló+icos est$n permitiendo nuevas .ormas de comunicación,
no es tampoco nuevo que un movimiento de protesta se apropie de los Altimos avances para
emplearlos como herramientas 3revolucionarias3. De hecho, las herramientas que posibilitan
1
?a pá+ina 666.occupystreams.or+ permite visuali:ar canales de streamin+ a nivel mundial,
dependiendo del movimiento de protesta.
17
!" # $%& Redes' Movi(ientos ) *ecnopolítica
niversitat !+erta de "atalun)a Internet Interdisciplinary Institute
el streaming #un tel$.ono, cone8ión a internet, plata.ormas como %ambuser, !)* para
di.undir, etc& son herramientas de traba@o, y como sucede con todas las herramientas de
traba@o en el capitalismo, ;son capital .i@o, traba@o muerto( son a la ve: al+o del traba@ador #la
prolon+ación de sus miembros y de sus ór+anos, su prótesis& y al+o que se le ha
e8propiado. -or eso, todas las herramientas tienen ese carácter ambi+uo( son potencia
colectiva de los traba@adores, pero potencia colectiva que pertenece .ormalmente a otro4
#)ánche:, 201'&. 7l+o parecido a lo que está ocurriendo con el streaming sucedió a
principios del si+lo EE con la .oto+ra.ía y el movimiento de .otó+ra.os obreros alemán. ,n
aquel caso .ue la aparición de una cámara de .otos mane@able y accesible económicamente.
?a empresa >odaD, .undada en 1FFF tenía como lema( 3Gsted aprieta el botón y nosotros
hacemos el resto3 #You press de button, we do the rest&. ?a democrati:ación de la .oto+ra.ía
animó a la revista alemana 7*H #Arbeiter Illustrierte Zeitung, -eriódico *lustrado de los
Traba@adores& a convocar a su pAblico para que enviara imá+enes de la vida cotidiana
proletaria y retratara los e.ectos de la crisis económica en el obrero. ,l movimiento se
e8tendió por el centro norte de ,uropa y lle+ó hasta 1orteam$rica y M$8ico, reinventándose
en los distintos lu+ares, pero tuvieron un papel muy importante en su promoción las
or+ani:aciones comunistas, sobre todo en la G!)). ,n 7lemania rápidamente se crearon
+rupos de .otó+ra.os obreros en =ambur+o, %erlín, ?eip:i+, Dresden y )tutt+art, así como la
Vereinigung der Arbeiten Fotografen Deutschlands #7sociación 7lemana de Iotó+ra.os
Cbreros, que .undó su propia revista, Der Arbeiter, lle+ando a tener una tirada en 1J'1 de
medio millón de e@emplares #!ibalta, 2011&.
,n el si+uiente traba@o re.le8ionamos en torno a la cada ve: más e8tendida
trans.ormación de la población en streamer. 7 partir del análisis descriptivo de las cuentas
de streaming asociadas al 1M y a otros movimientos sociales, reali:amos un mapeo para
comen:ar a de.inir esta nuevas .orma de comunicación en red, y su papel dentro del nuevo
conte8to in.ormativo abierto +racias a la tecnolo+ía inalámbrica conectada. -ara ello se ha
reali:ado una base de datos a partir de las cuentas de streaming recopiladas en el wiki del
movimiento, 1M-edia, así como las de Tomalatele
2
y -eople6itness
'
. -ara el análisis se
2
Tomalatele es una plata.orma audiovisual en la que di.erentes asambleas, colectivos sociales y
streamers suben sus traba@os #en el caso de estos Altimos se KpinchanL sus emisiones en directo&.
)u +estión es totalmente descentrali:ada y sin .iltros más allá de las cuestiones le+ales sobre
derechos de propiedad. Desde hace un tiempo tambi$n reali:a contenidos propios como un
in.ormativo semanal sobre movili:ación social o un pro+rama especiali:ado en el tema de la
vivienda, )í se puede. http(MM666.tomalatele.tvM6ebM
'
-eo-eople6itness es una red de streamers de todo el ,stado comprometidos con la in.ormación
de carácter político y social, or+ani:ados sin estructuras rí+idas ni @erarquías. ,l streamer que
participa en la red colabora incluyendo el hasta+ Npeople6itness en la leyenda del t6eet con el
que anuncia la emisión. -eople6itness lo di.unde por sus propias redes. Desde su creación en
2012 reali:an tambi$n .ormación a activistas en el campo del streamin+. -eople6itness se +estó
en %arcelona tras la lle+ada de un +rupo de activistas de Cccupy Ball )treet que o.recieron un
taller a activistas del 1M. 7 partir de entonces los miembros de la nueva red se .i@aron el ob@etivo
de dotar a todos los movimientos sociales de las herramientas básicas para que +estionen su
comunicación en 6eb y para que utilicen el recurso del streamin+ de .orma autónoma. 7sambleas
de barrio, colectivos pro.esionales en lucha, .oros sociales, así como +rupos de activistas de otros
países como -ortu+al, 7lemania, -olonia o 7r+elia se han iniciado en estas herramientas +racias
a -eople6itness. http(MMpeople6itness.6ordpress.comMaboutM
1,
15MP2P Beatriz Pérez Rioja & Javier Gil García
Encuentro transdisciplinar ¿Mercantilización o Revolución?
han considerado sólo las cuentas de %ambuser #una de las empresas online que o.rece este
servicio&, ya que es la más usada por los streamer del ,stado asociados con movimientos
sociales, y por una cuestión de uni.icación cate+orial, ya que las otras dos plata.ormas
#?ivestream y Gstream& o.recen menos datos.
-ero el sur+imiento del streaming como .orma de comunicación solo es posible a
trav$s de la trans.ormación de la población en periodistas, es decir, a trav$s del cambio de
una población pasiva a una población activa y prosumidora, aunque sea por momentos y
ante conte8tos determinados. -or lo tanto, lo primero que vamos a hacer en este traba@o es
repasar el concepto de ;prosumición4 y los con.lictos que las nuevas .ormas de producción
derivadas del mismo están +enerando. 7demás, aunque nuestro traba@o de campo se centra
en .ormas de streaming e8plícitamente políticas, lo que nos permite anali:ar las
posibilidades revolucionarias de los mismos, los streamers están obli+ados a emplear todo
un con@unto de herramientas propiedad de corporaciones económicas, como es %ambuser.
-or lo tanto, de la misma manera que ocurriera con las cámaras >odaD en su conte8to, en
este traba@o anali:aremos tambi$n en qu$ +rados el streaming .acilita el desarrollo de
nuevas .ormas, procesos y su@etos acordes a los nuevos conte8tos, .ormas y espacios de
producción de valor económico asociados a la prosumición.
2. Marco teórico: los prosumidores
,l concepto de 3prosumidores3 ha sido utili:ado para e8plicar las .ormas en que las
audiencias están evolucionando, +enerando .ormas de producción y distribución de
contenido al mar+en del paradi+ma tradicional de la industria mediática #%runs 200O y
Deu:e 200' en 1apoli, 200F(1'&. Dicho cambio responde a la eclosión de nuevos espacios
en los que producir plusvalía Pprincipalmente en el ciberespacioP y nuevos +rupos de
personas Pmás allá de los traba@adoresP a los que e8plotar
Q
, entrando en una nueva .ase del
capitalismo denominada ;capitalismo de prosumidores4 #prosumer capitalism& #!it:er y
5ur+enson, 2010(20P21&. Rste se caracteri:a por el ascenso del traba@o no remunerado, el
sur+imiento de nuevas .ormas de control y e8plotación, y un cambio en la economía de la
escase: #7rvidsson, 200F en Dene+riP>nott y H6icD, 2012&. ,l elemento principal sería la
incorporación de los consumidores a los procesos de producción, superándose la distancia
que separa entre sí a consumidores y productores #=umphreys y "rayson, 200F/ !it:er y
5ur+enson, 2010&. ,s decir, ya no solo intervienen la empresa y los traba@adores en la
producción, sino que ahora es obli+atoria la participación de los consumidores en la misma
para que el producto .inal est$ disponible para consumo #H6icD et al., 200F&, sin que esto
si+ni.ique que la empresa haya perdido el dominio y control de la relación #<andermer6e,
200Q en H6icD et al. 200F&. De esta manera producción y consumo ya no aparecen como
Q
-ara la concepción mar8ista, la e8plotación es el proceso por el que los capitalistas se enriquecen
de la venta de mercancías producidas por los traba@adores a los que solo les devuelve una parte
de dicha rique:a en .orma de salario. Mar8 di.erencia entre tiempo de traba@o necesario y tiempo
de traba@o e8cedente. ,l primero es el tiempo de traba@o que emplea el obrero para producir valor
para su propia subsistencia #denominado salario&, mientras que el se+undo es el valor +enerado
por el traba@o del obrero que queda en poder del capitalista #denominado plusvalía&,
convirti$ndose en traba@o e8cedente. ?a di.erencia entre ambos es la cuota de plusvalía, la cual
es ;la e8presión e8acta del +rado de e8plotación de la .uer:a de traba@o por el capital o del obrero
por el capitalista4 #Mar8, 2000(1S&.
1-
!" # $%& Redes' Movi(ientos ) *ecnopolítica
niversitat !+erta de "atalun)a Internet Interdisciplinary Institute
dos es.eras separadas( cada ve: más la producción se +enera en espacios de consumo,
mientras que el consumo se hace más productivo #!ey, 2012(Q00&.
?a prosumición no es un .enómeno nuevo en sí mismo y distintas .ormas de
prosumición han e8istido a lo lar+o de la historia #0omor, 2010/ =umphreys y "rayson,
200F/ !it:er et al., 2012&. ?o que actualmente la ha situado en el .oco de atención es el
hecho de que durante los Altimos a9os haya cobrado una importancia desproporcionada en
la con.i+uración de las relaciones económicas #Dene+riP>nott y H6icD, 2012/ !it:er et al.,
2012&. ?a causa principal habría sido el desarrollo de la Beb 2.0 y la ampliación de las
in.raestructuras tecnoló+icas y las .ormas de comunicación, que han hecho que los procesos
de prosumición se diversi.iquen y multipliquen, convirti$ndose en una importante .uente de
creación de valor #Dene+riP>nott y H6icD 2012/ !ey 2012/ !it:er y 5ur+enson, 2010&.
7ctualmente, toda la in.ormación que vertemos en las plata.ormas 2.0 #la mayoría relativa a
nuestra persona& puede ser vendida y comprada, lo que convierte nuestras actividades
diarias Prelaciones sociales, hábitos, +ustosP en medios de producción #!ey, 2012(Q1Q&. -or
esta ra:ón al+unos autores a.irman que simplemente por vivir nos estamos autoproduciendo
como mercancías de alto valor #!ey, 2012& en una sociedad que se está trans.ormando en
una ;.abrica sin muros4 #1e+ri 1JFJ en !ey, 2012(Q1Q&.
Desde esta perspectiva, la e8tensión del dominio de la coPcreación estaría causando
el desarrollo de nuevas estructuras de e8plotación, lo que ha ori+inado una oleada de
críticas. -ara 0hristian Iuchs dicho modelo está provocando situaciones de
;sobree8plotación4, al sustentarse en relaciones de e8plotación cuyo +rado es pró8imo a
in.inito, al no recibir los usuarios nin+An tipo de salario como contraprestación por el valor
+enerado en las plata.ormas 6eb #2010(1FOP1FF&. De esta manera el capitalismo habría
conse+uido .uer:a de traba@o #el consumidor actuando como prosumidor& no ya precari:ada
y con ba@os salarios, sino que directamente no cobrase por el traba@o reali:ado #!it:er y
5ur+enson, 2010(2S&. -or otro lado, =umphreys y "rayson #200F(2& di.erencian entre las
acciones de los consumidores en la ;cadena de valor4 se+An produ:can $stas ;valor de uso4
o ;valor de cambio4, al no ser lo mismo producir valor de cambio destinado al mercado que
valor de uso para consumo personal. 0uando un usuario produce valor de uso #se sirve su
propio re.resco en un restaurante de comida rápida o rellena el depósito de su coche en una
+asolinera& su rol en el sistema económico no cambia .undamentalmente/ sin embar+o,
cuando sus acciones producen valor de cambio #de@ar constancia en "oo+le sobre tus
+ustos y pre.erencias&, dicho valor es cooptado por la empresa y revendido, apropiándose
$sta de la plusvalía sin que el consumidor reciba parte de dicho valor, lo que +enera
problemas normativos y $ticos #=umphreys y "rayson, 200F&.
?os de.ensores de dichos modelos reiteran que, aunque los prosumidores no reciban
un intercambio monetario por sus actividades, sí que reciben un 3salario3 en .orma del
servicio que presta la empresa de manera +ratuita #aunque $ste no sea siempre el caso&. ,n
ese sentido, los usuarios no pa+an por los productos de "oo+le #"mail, "oo+le Maps, etc&,
pero a cambio o.recen in.ormación personal a la empresa de la que $sta obtiene valor #en
.orma de venta de in.ormación de los usuarios a empresas de publicidad&, siendo $ste el
elemento .undamental en el bene.icio económico de empresas como "oo+le #!it:er et al.,
2012('FO&.
3. El streaming y los streamer
TUu$ es un streamerV Iormalmente, sería una persona que utili:a un so.t6are que permite
2.
15MP2P Beatriz Pérez Rioja & Javier Gil García
Encuentro transdisciplinar ¿Mercantilización o Revolución?
la emisión de vídeo y audio en tiempo real a trav$s de internet, ya sea a partir de la webcam
de su ordenador, o de su tel$.ono de nueva +eneración. Tipos de streamer hay tantos como
tipos de personas y de inquietudes de comunicación. ?os hay que se dedican a emitir el
tránsito rodado de su calle a trav$s de la ventana de su casa, los que retransmiten eventos
.amiliares o el proceso de marchitado de una .lor en tiempo real. -ero hay un tipo de
streamer cuya misión tiene una .uncionalidad social, que se eri+e como propuesta
alternativa a los dele+ados tradicionales de la .unción de in.ormar, como un contrapoder
autónomo a partir de su tel$.ono conectado en red. 7 $l nos re.eriremos a partir de ahora
como streamer

!
,l streaming como .orma de activismo mediático sur+e en el ,stado espa9ol producto
de las prácticas tecnopolíticas del 1M, que llevaron a mucha +ente a empoderarse a nivel
comunicativo ante la evidencia del ale@amiento de los medios de masas de la población. 7l
calor de la movili:ación el streamer se eri+e como un testi+o privile+iado, sin cortes ni
censuras, un +uardián de la población que intenta, con la presión de su cámara conectada al
mundo en directo, que no se vulneren las +arantías democráticas de los activistas. -ero si
bien el streamer como activista mediático nace del 1M, es autónomo, se alimenta del
movimiento pero tambi$n lo trasciende para convertirse en un cronista de la crisis
económica y un contrapoder in.ormativo que da espacio a retratar las realidades sociales
desde aba@o. ,l streaming reali:ado a partir de tecnolo+ía inalámbrica conectada en red, y el
streamer, su e@ecutor, se eri+en como un nuevo tipo de ciberactivismo mediático que, como
prosumidor de in.ormación, contribuye a de.inir el modelo emer+ente de comunicación
distribuida y a dotarlo de autonomía de los centros tradicionales de poder mediático.
Durante los primeros días de movili:aciones en el 1M y, como si de un acto
simbólico se tratara, esta nueva .orma de comunicación comen:ó cumpliendo a la
per.ección su misión de convertirse en una alternativa a los medios de masas. Iue la
ima+en emitida a trav$s de streaming por -eriodismo =umano la que retransmitió la
se+unda @ornada de concentración en la -uerta del )ol, una de las que .ue tomada por el
"ashington #ost, .or:ando la cobertura de los medios de comunicación nacionales, que
hasta entonces habían silenciado la movili:ación
S
.
?a importancia y las posibilidades del uso de la tecnolo+ía inalámbrica para que el
movimiento comen:ara a autorepresentarse y a contrarrestar el ataque desin.ormativo de
+randes medios de comunicación quedaron claras desde el comien:o. Gna de las primeras
demandas desde Tomalapla:a.net .ue un llamado a todas aquellas personas que quisieran
e@ercer de reporteras a trav$s de sus móviles. -osteriormente comen:ó a o.recer conse@os
prácticos a+lutinados en un +uía t$cnica para la retransmisión en streaming
$
! Uuedaba así
abierta la puerta a cualquiera con un móvil conectado a eri+irse en cronista de la creación de
la nueva es.era pAblica a partir de un e@ercicio de periodismo de base, autónomo y
descentrali:ado, con un sin.ín de en.oques, tantos como individualidades, y con una
capacidad de di.usión antes inima+inable para una persona.;5unto a estos .enómenos de

,n este traba@o nos tomamos la licencia de apropiarnos el t$rmino streamer para hacer re.erencia
en e8clusiva a los ciberactivistas de la in.ormación, hasta que se concrete la .i+ura y ten+a una
nomenclatura propia, con permiso de los Kreporteros .loralesL y Kde ventanaL.
S
http(MMpmasdh.periodismohumano.comMautorMadminMpa+eM2M
O
http(MMmadrid.tomalapla:a.netM2012M0M0'MlivePstreamin+PtutorialPbambuserM
21
!" # $%& Redes' Movi(ientos ) *ecnopolítica
niversitat !+erta de "atalun)a Internet Interdisciplinary Institute
movili:ación colectiva, o impulsándonos muchas veces, sur+en casos de activistas
individuales que usan las plata.ormas y redes di+itales para dar a conocer su protesta,
buscar aliados y en.rentarse a anta+onistas no hace mucho inalcan:ables4 #Tascón y
Uuintana, 2011( J&.
,l streaming comporta una serie de características que lo di.erencian de otras .ormas
de periodismo de base previas, ya que está inserto en el nuevo conte8to de la )ociedadP!ed
#0astells, 200&, y como tal +o:a de las particularidades de la comunicación reticular
distribuida contribuyendo, ya no sólo a la democrati:ación del derecho de in.ormar, sino a la
constitución desde los cimientos de este nuevo modelo de comunicación.
?a .uer:a del streamer como periodista proviene del directo de sus emisiones,
.unciona como un Kperro +uardiánL. 0on la presión de su cámara suma a la .unción de
in.ormar la de prote+er a los activistas, retratando y di.undiendo imá+enes de a+resiones
policiales, así como .acilitándolas para posteriores procesos @udiciales. )u producto
in.ormativo se caracteri:a tambi$n por la implicación emocional del periodista con la
in.ormación, no sólo retransmite movili:aciones o acciones, retransmite e8periencias en las
que interactAa con el pAblico, se emociona o corre en las car+as policiales. ,s un tipo de
Kperiodismo +on:oL, basado en la e8periencia directa. 7l no estar su@eto a las rutinas de
producción de un medio convencional, y no depender de pesados equipos, tiene mucha más
movilidad y puede dar una cobertura inte+ral de las noticias, de@ándose llevar por la
espontaneidad de muchas movili:aciones. 7unque al+unos medios de comunicación como
%l #a&s Digital han empe:ado a incorporar streaming, sus streamers son periodistas
convencionales, con las mismas limitaciones de producción del medio y sin la pasión y el
compromiso que +uían al ciberactivista y que contribuyen a la consecución de un producto
in.ormativo Anico.
,l streaming reali:ado a partir de tecnolo+ía inalámbrica se caracteri:a tambi$n por la
interactividad de la herramienta. ?os software de streaming incorporan un chat con el que el
streamer se relaciona con la audiencia, se in.orma de la calidad de la ima+en y el sonido de
la emisión, recibe su+erencias y datos adicionales sobre lo que está pasando en otros
lu+ares. ,sta interactividad se hace e8tensible hasta el plano de los cuidados.
W)uysulucha, una de las streamers más populares, e8plica en sus talleres de
-eople6itness cómo en al+unas ocasiones en las que necesita in.ormación para
conte8tuali:ar la noticia, o simplemente un tra+o de a+ua durante una lar+a cobertura,
+racias a la interacción con los espectadores ha conse+uido los datos que necesitaba, o
incluso que al+uien le llevara un ca.$.
,l streamer es un ciberactivista, y como tal necesita de una estrate+ia multicanal para
desarrollar de una .orma apropiada su .unción. -or ello, la mayoría suele sincroni:ar su
canal de streaming con otras cuentas en T6itter y en IacebooD, de manera que sus
emisiones se di.unden entre sus se+uidores de .orma automática. ?a di.usión en red es una
parte esencial del traba@o. 7demás, como su .unción ha sur+ido asociada al 1M, suelen
estar vinculados con otras plata.ormas audiovisuales de este entorno que centrali:an y
di.unden las emisiones por sus propios canales, como Toma?aTele o -eople6itness.
-or Altimo cabe destacar que $ste es un tipo de activismo que implica bastantes
costes económicos. 7demás del terminal de tel$.ono y la cone8ión a *nternet, muchos
incorporan proveedores inalámbricos de 6i.i para .acilitar la emisión en +randes
movili:aciones o baterías e8ternas para poder hacer coberturas de lar+a duración. ,ste es
un ras+o que subraya la involucración personal de muchos streamers y su compromiso con
la in.ormación y los movimientos sociales, dedicando lar+as horas a esta labor que en
22
15MP2P Beatriz Pérez Rioja & Javier Gil García
Encuentro transdisciplinar ¿Mercantilización o Revolución?
muchos casos compatibili:an con sus @ornadas laborales en otros campos.
4. Análisis: el streaming en el contexto de la movilización social
0omo se9alamos con anterioridad, la .i+ura del streamer como 3periodista de base3
#grassroots 'ournalism& y ciberactivista apareció en nuestro país vinculada con el 1M, por lo
que es un .enómeno muy reciente, y por ello di.ícil de anali:ar de .orma e8haustiva. ?a
mayoría de streamers que hay a nivel estatal relacionados con la in.ormación sobre
movili:ación social están vinculados con el movimiento 1M, pero tambi$n con otros +rupos
.ormados previamente que han visto en+ordadas sus .ilas +racias al 1M, y que se han
embebido de las prácticas tecnopolíticas del movimiento, y nuevos colectivos que se han
unido a la lucha social a partir de la crisis económica y la materiali:ación de recortes
sociales y precari:ación +enerali:ada.
De un total de 21Q cuentas de las que se compone la muestra, sólo seis no utili:an
%ambuser. ,l análisis, de carácter descriptivo, se basa en las 20F restantes y se ha
reali:ado a partir de distintas cate+orías. Todos los datos e8puestos a continuación han sido
obtenidos a partir de los datos o.recidos por %ambuser y de su or+ani:ación y
sistemati:ación posterior. ?a Altima actuali:ación es de @unio de 201'.
4.1 !ui"n está detrás de las cuentas# $Individuo%&rupo'
,n primer lu+ar cabe se9alar la división de las cuentas se+An pertene:can a un +rupo
or+ani:ado o a una persona. ?as cate+orías +rupales se han separado en
3asambleasMcolectivosMplata.ormas3, y en 3medios de comunicación3 en el conte8to de los
movimientos sociales, principalmente pá+inas de contrain.ormación o medios comunitarios
sin ánimo de lucro.
T7%?7 1( 0G,1T7) D, )T!,7M*1" -,!)C17M"!G-C
T*-C D, 0G,1T7 1XM,!C D, 0G,1T7) -C!0,1T75,
7sambleaMcolectivoMplata.orma S2 2J,0Y
Medio de comunicación 1O FY
-ersonas 12J S2,0Y
(otal )*+ ,**-
Iuente( ,laboración propia
0abe destacar que en el apartado de asambleasMcolectivosMplata.ormas, hay seis
cuentas que pertenecen a centros sanitarios de Madrid capital y provincia, y su sur+imiento
es pare@o a la .ormación y consolidación de la Marea %lanca en su lucha en de.ensa de la
sanidad pAblica universal.
,n lo que respecta a las cuentas individuales, aunque muchas corresponden a
personas vinculadas pro.esionalmente con el mundo de la in.ormación, sólo cuatro de las
12J lo especi.ican en la cuenta de T6itter a la que asocian los vídeos.
2&
!" # $%& Redes' Movi(ientos ) *ecnopolítica
niversitat !+erta de "atalun)a Internet Interdisciplinary Institute
4. 2 (n )enómeno muy reciente
,n este apartado se ha tenido en cuenta el a9o de creación de las cuentas. )e observa aquí
la relación directa del uso de la herramienta del streaming con el 1M. Tan sólo tres cuentas
se crearon antes de $ste acontecimiento, en 200J y 2010, y su actividad real se re+istra a
partir de mayo de 2011. ,se a9o se crearon 1S cuentas dedicadas a la retransmisión de la
movili:ación social, y todas a partir del mes de mayo. ?a +ran e8plosión .ue en el a9o 2012,
en el que se crearon 1SJ cuentas, destacando el mes de mayo, con el aniversario del 1M,
con Q'. ,n el +rá.ico que se muestra a continuación se puede ver cómo los picos coinciden
con +randes movili:aciones como el 12M1M, 2), o la -rimavera <alenciana.
,l a9o 201' no ha supuesto una +ran e8plosión de nuevos streamers, por el
momento se han creado 1J cuentas, 11 de las cuales tambi$n coinciden con la +ran
movili:ación de Marea 0iudadana del 2'I.
&*+,I-. 1( I,0=7 D, 0!,70*Z1 D, 0G,1T7)
ENE FEBMARABRMAY JUN JUL AGOSEP OCTNOVDIC
0
5
10
15
20
25
30
35
40
45
50
Año 2013
Año 2012
Año 2011
Iuente( ,laboración propia.
4.3 Actividad de las cuentas
-ara anali:ar la consolidación del .enómeno como posible alternativa in.ormativa, y ver la
evolución desde su inicio y +enerali:ación, se ha cate+ori:ado tambi$n la actividad de las
cuentas. )e han dividido $stas en cuatro cate+orías a partir de la .echa Altima en la que
.ueron utili:adas para reali:ar una retransmisión en abierto
• Actividad reciente( =an reali:ado al+una emisión en los Altimos dos meses.
• Actividad esporádica( =an reali:ado al+una emisión en los Altimos 2PF meses.
• Actividad paralizada( ?a cuenta no se ha usado hace más de J meses.
• Actividad puntual( )ólo se han hecho retransmisiones de uno o dos días concretos.
0oinciden con una +ran movili:ación, una asamblea, un taller o una charla.
0omo podemos observar en la tabla 2, de las 20F cuentas anali:adas, F han tenido
2/
15MP2P Beatriz Pérez Rioja & Javier Gil García
Encuentro transdisciplinar ¿Mercantilización o Revolución?
actividad reciente, QJ hacen un uso más esporádico, 1F llevan más de J meses paradas, y
han hecho un uso puntual.
/A01A 2 &*+,I-. 2( 70T*<*D7D D, ?7) 0G,1T7)
70T*<*D7D 0G,1T7) -C!0,1T75,
!eciente F Q1Y
,sporádica QJ 2',0Y
-arali:ada 1J JY
-untual 2S,0Y
Total 20F 100Y
Iuente( ,laboración propia.
Rece!"e
E#$o%&'c(
P(%()*('(
P+!"+()
0
50
100
ACTIVIDAD DE CUENTAS
CUENTAS
Iuente( ,laboración propia.
4. 4 Es el streaming una opción in)ormativa para las audiencias#
Ctro de los aspectos anali:ados ha sido el nAmero de visuali:aciones para ver el alcance de
la herramienta. Rste está ínte+ramente relacionado con la capacidad de di.usión en red y
con aspectos meritocráticos de la persona o +rupo que reali:a el streaming, basados en la
credibilidad, la a.inidad y la trayectoria en este campo. 1o se ha tenido en cuenta el nAmero
de emisiones, ya que no e8iste una relación directa entre $ste y el nAmero de espectadores,
sino que depende de la virali:ación del contenido, de estar en el sitio apropiado en el
momento apropiado. 7sí hay muchas cuentas que tienen 20 visuali:aciones de media con
espectadores en directo, y en un día concreto consi+uen 2.000 espectadores en directo
conectados a la cámara de su tel$.ono. Gn e@emplo es la cuenta de Zurro, que suma O.Q1
visuali:aciones de un total de J0 emisiones. ,l 2'C, con una retransmisión de la acción
,mpapela el 0on+reso, consi+uió 1.SF0 visuali:aciones, 1.QS de ellas en directo. C la
cuenta de .o//cal, con un total de 2F.2SS visuali:aciones de J2 emisiones. "ran parte de
sus viewers se concretan en un día emitiendo en directo desde un intento de acampada por
25
!" # $%& Redes' Movi(ientos ) *ecnopolítica
niversitat !+erta de "atalun)a Internet Interdisciplinary Institute
parte de cinco @óvenes en la -uerta del )ol el pasado invierno. ,n tres emisiones consi+uió
S.O'J visuali:aciones #Q.''S en directo&, Q.OF1 #1.0S1 en directo&, y 2.2J #1.O0 directo&.
,ste .enómeno es muy habitual y suele coincidir con testimonios de a+resiones
policiales, desalo@os y en.rentamientos violentos. ,n muchos casos la virali:ación es
posterior, y no durante el directo. Gn e@emplo es el vídeo de Walistream de los disturbios en
las movili:aciones el 2' de .ebrero de 2012, que tuvo OJQ viewers en directo, pero
posteriormente lle+ó a las 10.1' reproducciones. *+ualmente 01u2sulucha con+re+ó S'1
espectadores en directo entrevistando a los detenidos en la acción de la 0oordinadora 2)
de rodear el 0on+reso, pero lue+o se virali:ó y alcan:ó 11.QSS reproducciones. Ctro .actor
que es determinante en el nAmero de visuali:aciones en directo es el tiempo de duración de
la emisión. !ara ve: un vídeo de corta duración alcan:a un nAmero relevante de viewers en
directo, aunque posteriormente pueda virali:arse.
/A01A 2 &*+,I-. 3( <*)G7?*H70*Z1 D, ?C) 1(.%A3I451
!71"C <*)G7?*H70*C1,) 0G,1T7) D, )T!,7M*1"
Menos de 100 1O
100P00 QQ
00P1000 '0
1000P000 S
000P10.000 2F
10.000P1.000 10
1.000P'0.000 F
'0.000P0.000 O
0.000P100.000 Q
Más de 100.000 Q
Iuente( ,laboración propia.
20
15MP2P Beatriz Pérez Rioja & Javier Gil García
Encuentro transdisciplinar ¿Mercantilización o Revolución?
RANGO DE VISUALIZACIONES
Me!o# 'e 100 100,500
500,1000 1000,5000
5000,10-000 10-000,15-000
15-000,30-000 30-000,50-000
50-000,100-000 M&# 'e 100-000
Iuente( ,laboración propia.
4.3 4acia la 5autocomunicación de masas6#
Del análisis del nAmero de visuali:aciones totales de cada cuenta dependiendo de si la
.uente del streaming es una persona o un +rupo, se desprende la potencia de la herramienta
para consolidar reporteros autónomos, prosumidores de in.ormación. De las cuatro cuentas
de streaming que superan las 100.000 visuali:aciones, acercándose más en todos los casos
al medio millón, todas pertenecen a reporteros individuales. ,n esta .orma de periodismo, el
individuo tiene por el momento i+ual o mayor peso que los +rupos or+ani:ados, respaldando
así el concepto de 0astells de la 3autocomunicación de masas3. ,n mayor o menor medida,
todas las cuentas contribuyen a con.ormar esta nueva es.era pAblica, pero esta nueva .orma
de periodismo es meritocrática y la credibilidad o habilidad del streamer para conectarse en
red son determinantes a la hora de medir su impacto y de +enerar con.ian:a en los usuarios.
?as emisiones que más visuali:aciones han tenido han sido reali:adas por streamers
autónomos. Fanetin lle+ó a con+re+ar F1.0F0 espectadores #1.FSQ en directo& en la
mani.estación del 1J5 de 2012 contra los recortes. 1u2sulucha ''.'1O #2S.OF en directo& en
la retransmisión del 15, acampada en el 0on+reso.
27
!" # $%& Redes' Movi(ientos ) *ecnopolítica
niversitat !+erta de "atalun)a Internet Interdisciplinary Institute
&*+,I-. 4( !71"C D, <*)G7?*H70*C1,) -C! -,!)C17)M"!G-C)
0
10
20
30
40
50
.0
GRUPO
PERSONA
Iuente( ,laboración propia.
4.7 -omunicación reticular
0omo .orma de periodismo de la )ociedad !ed #0astells, 200& su conectividad con otros
nodos es esencial para su actividad. De las 20F cuentas que están siendo estudiadas, 1JF
están asociadas a una cuenta de T6itter o son di.undidas por otras cuentas no asociadas, y
12F están insertas además en al+una otra red de di.usión como -eople6itness o Tomalatele.
De las 10 restantes, F sólo se han usado para una di.usión puntual, y dos están paradas.
1in+una de ellas alcan:a las 1.000 visuali:aciones.
7unque T6itter es una herramienta muy importante para di.undir los %ambuser, el
nAmero de followers no siempre está relacionado con el $8ito de las emisiones. =ay cuentas
con pocas visuali:aciones que tienen muchos followers en T6itter, y a la inversa. -or
e@emplo, dos de los streamers con más visuali:aciones puntosol mainouv y puntosol
alistream tienen 2J0 y F0 .ollo6ers. 3ainouv ha lle+ado a 10.0QQ #F.S2J en directo& en una
sola emisión en las movili:aciones de la marea ciudadana el 2'I, y Alistream 12.OJ2 #.2J
en directo& en una concentración en "$nova el ' de .ebrero de 201'. ,n su caso lo que sí
es determinante es el nAmero de emisiones, ya que son de los más activos, y cada ve: es
más habitual que alcancen +randes ci.ras de espectadores. [ tambi$n es muy relevante el
etiquetado de los bambuser, los hastag a los que sea asociado. =ay bambuseros con
muchos followers que no incluyen nin+una etiqueta en el título de su emisión, y eso redunda
en el poco se+uimiento.
2,
15MP2P Beatriz Pérez Rioja & Javier Gil García
Encuentro transdisciplinar ¿Mercantilización o Revolución?
/A01A 4: 0CMG1*070*Z1 ,1 !,D
1CM%!,
IC??CB,!)
,1 TB*TT,!
X?T*M7
,M*)*Z1
TCT7?
<*,B)
,M*)*C1,)
<*,B,!)
-C!
,M*)*Z1
.anetin 2F.'FJ
Menos de
2 meses
QQ1.02 1Q0 '10,'
punto sol mainouv 2J0
Menos de
2 meses
12Q.OS S0 1J1,S
puntosol alistream F0
Menos de
2 meses
'O2.'SO J0O Q10,
suysulucha 2.O''
Menos de
2 meses
'J'.S2Q QO O1J,S
acampadabcn\int .S1F
Menos de
2 meses
JJ.FOO 2O' 'S,F
asambleacaraban
chel
Q.OSO
Menos de
2 meses
F.202 QS 1F',2
shul\evolution 1.1'O
Menos de
2 meses
FF.Q0Q 21Q Q1',1
Grbanohumano O.2SQ ' meses F0.FJO 102 OJ',1
7udiovisol .0O S meses ''.O0 O Q0
0oordinadora2s 20.1S
Menos de
2 meses
'.S2 212 1SF
curro 2012 '.'0Q
Menos de
2 meses
QF.01' 1.SQJ 2J,1
+aroucuac
#!7D*C&
1.'F
Menos de
2 meses
QF.'0O Q' 112',Q
people6itness.cat 1.Q1
Menos de
2 meses
'S.OJ' 'O1 JJ,1
people6itness.vlc 1.Q1
Menos de
2 meses
Q.SQO 1Q '1Q,F
trsrespon
#7)7M%?,7&
1.0OF
Menos de
2 meses
'O.SSQ OS2 QJ,Q
Iuente( ,laboración propia.
4.8. /emas de los streaming y distri9ución :eo:rá)ica de las cuentas
?a mayoría de las cuentas se centran en la cobertura de +randes movili:aciones, acciones,
charlas, talleres o asambleas. =ay 1F cuentas que tratan temas en e8clusividad como la
sanidad pAblica, la vivienda la educación, la represión, o procesos de despidos o
precari:ación laboral de traba@adores de Tele.ónica y Telemadrid. ,stas Altimas en la
mayoría de los casos sólo han utili:ado la cuenta de .orma puntual para apoyar sus
demandas o movili:aciones en un momento concreto, no siendo utili:adas nunca más. ,l
resto de cuentas usadas de .orma puntual se suelen circunscribir a la cobertura de al+una
+ran movili:ación, como el 2), las dos huel+as +enerales o el aniversario del 1M.
2-
!" # $%& Redes' Movi(ientos ) *ecnopolítica
niversitat !+erta de "atalun)a Internet Interdisciplinary Institute
,n lo que se re.iere a la locali:ación de las cuentas, Madrid y %arcelona son las
ciudades que con+re+an al mayor nAmero de streamers, 11O y Q1 respectivamente, el resto
está distribuido por 22 provincias, alcan:ando casi todo el territorio del ,stado. Rstos,
dependiendo de su situación +eo+rá.ica, tienen menos actividad debido a que la
movili:ación social es menor o tiene menos impacto. )e aprecia mucho la movilidad de los
reporteros, 'J cuentas reali:an streaming en distintas locali:aciones +eo+rá.icas,
aprovechando un via@e o un despla:amiento para asistir a una movili:ación o una acción en
otro lu+ar, incluso internacional. =ay cuentas con broadcastings desde -erA, TAne:, -olonia
o -ortu+al.
3. 1as dos caras del streamer: entre el periodismo revolucionario y el
periodismo neoli9eral
?a .i+ura del streamer representa una nueva .orma de periodismo que podemos enmarcar
en el modelo del 3periodismo de la multitud3 #"il, 201'&. ?a principal di.erencia con respecto a
otros modelos es que cualquier persona puede convertirse en periodista, al posibilitar los
Altimos avances tecnoló+icos .ormas .áciles y sencillas con las que la población puede
acceder a los medios de producción del contenido mediático. Rsta, actuando de manera
prosumidora, es ahora la encar+ada de producir y distribuir el contenido, rompiendo las
.ronteras que separaban entre si las es.eras de la producción, la distribución y el consumo/
teniendo toda la población el potencial de convertirse en .uer:a de traba@o del sistema
mediático. 7simismo, el nuevo modelo se caracteri:a por( i. +enerar un sistema en el que la
producción de contenido es continua e ilimitada, que tiende hacia el 3in.inito3 y provoca una
situación de sobreproducción, pasándose así de una economía mediática de la escase: a
una economía mediática de la abundancia/ ii. el sur+imiento de nuevas estructuras y .ormas
de e8plotación, @unto al ascenso del traba@o no remunerado/ iii. la valori:ación del contenido
es ahora determinada cuantitativamente se+An el nAmero de visitas, acceso,
reproducciones, visuali:aciones, etc, ensal:ándose la idea de la meritocracia/ y iv. la
mercantili:ación de las relaciones sociales #de comunicación, a.ectivas, de ocio, cuidados,
aprendi:a@e, etc& tanto en la red como en la es.era o..line. De esta manera, la creciente
e8pansión del periodismo de la multitud, desde la perspectiva del desarrollo de la .i+ura del
streamer, estaría +enerando una trans.ormación social con e.ectos dicotómicos, al estar
.acilitando(
i. 1a democratización de la es)era mediática. ?a .i+ura del streamer está .acilitando
que nuevos su@etos se incorporen a la es.era de la producción mediática. ?os streamers no
solo di.unden in.ormación .iable, rompen cercos in.ormativos o +eneran cambios en la es.era
pAblica, sino que i+ualmente se están convirtiendo en un verdadero canal in.ormativo que
reinventa los planteamientos tradicionales de la in.ormación. 7unque actualmente los
actores tradicionales manten+an su he+emonía sobre la es.era mediática, el desarrollo de
redes autocomunicativas +estadas en torno a los streamers estaría amena:ando la
he+emonía de los medios de comunicación clásicos #)u1otissima et al., 2012(1O&. De
hecho, ante determinados conte8tos, habrían sido incluso capaces de dominarla, como
sucedió durante el inicio del 1M #Toret, 2012&. De esta manera el desarrollo de los
streamers estaría alterando e incluso invirtiendo la construcción de la agenda-setting,
.or:ando a los medios tradicionales a visibili:ar determinados eventos #-$re: !io@a, 201'/
"il, 201'&, y rompiendo así su monopolio histórico sobre la construcción y representación de
&.
15MP2P Beatriz Pérez Rioja & Javier Gil García
Encuentro transdisciplinar ¿Mercantilización o Revolución?
la realidad #G+arte, 200S/ Tascón y Uuintana, 2012(2'&/ estarían así trans.ormando los
modos de @erarqui:ación de noticias, rescatando temas que importan a la población sin
mediaciones políticas o empresariales. 7 su ve: .avorecen el despla:amiento de las $lites
tradicionales ]de su ámbito de le+itimidad y poder] #Tascón y Uuintana, 2012(2Q1&, siendo
ahora sustituidas por una población prosumidora. 7l ser la propia población la encar+ada de
producir el contenido mediático, se da una redistribución del poder in.ormativo, donde
nin+una persona, empresa, nodo, etc, es ya imprescindible ni determinante en el proceso
mediático #G+arte, 200S(1F&. ?os streamers posibilitan la relación directa entre productores y
consumidores de noticias, prescindiendo de intermediarios con intereses particulares, como
es el caso de los medios de comunicación. ,l hecho de que una persona pueda con+re+ar a
un pAblico de miles de espectadores tan solo a trav$s de su tel$.ono móvil, es un +ran hito
en la historia de la comunicación y un e@emplo claro del proceso de reinvención que está
viviendo el periodismo. De esta manera, al ser toda estructura de in.ormación una estructura
de poder, los cambios en la estructura de la es.era in.ormativa estarían induciendo a su ve:
cambios sociales y políticos #0astells, 2011/ G+arte, 200S&, abri$ndose a su ve: camino la
idea de que la voluntad +eneral se puede construir sin instituciones intermediarias #Daniel
*nnerarity en -$re: Cliva, 2011&.
ii. 1a reinvención del periodista neoli9eral. ?a .i+ura del streamer no solo rompe
con la .i+ura del periodista tradicional sino que tambi$n la sustituye. ,l pro.esional del
periodismo ya no es aquella persona con una .ormación determinada en el campo especí.ico
de la comunicación, que traba@a para un medio concreto en el que hace carrera. 7hora toda
la población tiene el potencial de convertirse Ppor momentosP en periodista y lle+ar a tener
un amplio pAblico, como hemos podido observar. ?a 3pro.esión de periodista3 #a la que los
avances tecnoló+icos están amena:ando casi como a nin+una otra& pasa a componerse de
individuos autónomos e independientes de cualquier medio de comunicación. Rstos tienen
total capacidad para decidir sobre lo que producen y cómo lo producen. [a no solo compiten
con otros periodistas, sino que potencialmente compiten con toda la población en un
conte8to de má8ima competitividad. Tambi$n hacen un uso intensivo de los avances
tecnoló+icos para producir simultáneamente material escrito, en audio y en vídeo
#dependiendo la .orma del conte8to concreto&, y poder cubrir las noticias en tiempo real. ?a
creatividad del periodista #ya sea el en.oque, el tipo de noticias, la .orma, la combinación de
los distintos medios, la especiali:ación en un tema concreto, etc& se convierte en el
elemento principal a la hora de +enerar valor a9adido y destacar sobre el resto de
productores, convirti$ndose cada periodista en un medio de comunicación en sí mismo.
?a independencia del periodista de cualquier medio tradicional implica a su ve: una
independencia de sus canales de distribución de contenido y remuneración. ,n el nuevo
modelo el periodista +enera sus propias redes de di.usión en las que va acumulando
se+uidores #recordar que de las 20F cuentas estudiadas 1JF estaban asociadas a T6itter y
12F además a otras redes como -eople6itness o Tomalatele&, pues ahora acumulación de
receptores si+ni.ica cada ve: más acumulación de capital. 7unque el proceso de
trans.ormación de las distintas .ormas de capital Pcultural, social, de in.ormación, etcP en
capital económico sea comple@o y en muchos casos irreali:able #%ourdieu, 1JFS&, el
conte8to actual se caracteri:a por la .acilidad histórica con la que distintas .ormas de capital
se pueden trans.ormar en capital económico a causa del impacto tecnoló+ico #"il, 201'&. De
esta manera están sur+iendo .ormas variadas a trav$s de las que los periodistas reciben
una retribución por su traba@o, donde el nAmero de se+uidores siempre in.luye en el
&1
!" # $%& Redes' Movi(ientos ) *ecnopolítica
niversitat !+erta de "atalun)a Internet Interdisciplinary Institute
bene.icio obtenido. 7sí, los periodistas pueden ser económicamente recompensados(
directamente por sus audiencias #a trav$s de suscripciones mensuales, de donaciones
puntuales, de campa9as de crowdfounding, etc&/ por la publicidad que va incrustada en sus
noticias #cómo es la que aparece en [outube antes de que comience un vídeo&/ siendo
comprada por una plata.orma o comunidad de distribución #perdiendo en estos casos el
periodista todo derecho sobre el contenido&/ siendo así las .uentes de .inanciación cada ve:
más hetero+$neas.
)i bien la .i+ura del streamer como activista mediático permanece por el momento al
mar+en de estas .ormas de capitali:ación de su traba@o, su dependencia tecnoló+ica tanto
en los canales de producción, como de distribución y consumo de empresas capitalistas,
pueden lle+ar a comprometer en el .uturo la libre distribución de su producto in.ormativo y su
autonomía como prosumidor de in.ormación. ?os Altimos días de @unio de 201' han hecho
saltar la alerta. %ambuser, el so.t6are más usado en ,uropa para hacer streaming, acaba de
vender una parte de sus acciones a la a+encia de noticias 7sociated -ress #!eid, 201'&, la
cual podrá disponer en e8clusiva del contenido producido por los streamers sin
contraprestación económica, por el momento sólo con consentimiento de estos. 7unque hay
iniciativas que están dise9ando alternativas tecnoló+icas para la producción de streaming a
partir del so.t6are libre, no se han concretado por el momento y, aunque lo ha+an pronto, los
canales de distribución institucionali:ados y que permiten el acceso a una audiencia +lobal
están totalmente copados por +randes multinacionales que pueden inter.erir en la
independencia real de este nuevo tipo de prosumidor de in.ormación. ,n el caso de T6itter,
ya se han dado los primeros atisbos de censura con su anuncio, hace más de un a9o, de
que eliminaría contenidos en base a las le+islaciones de cada país #Marcos, 2012&.
-or otra parte, aunque la actividad periodística de los streamers se base en el
compromiso con las causas que di.unden y su ob@etivo no sea el lucro, la +ran dedicación
que e8i+e la labor periodística pasa por buscar .ormas de remuneración que no
comprometan la independencia de las contenidos y que permitan a estos nuevos periodistas
se+uir desempe9ando su labor desde un posicionamiento revolucionario. ,ste es el +ran
reto del que depende la supervivencia de esta nueva especie de ciberactivista de la
comunicación.
7. ;iscusión
?as nuevas .ormas de comunicación distribuida responden a la cada ve: más e8tendida
cultura de la participación, se+An la cual la población estaría demandando una mayor
implicación en los procesos sociales #mediáticos, políticos, económicos, etc&. ?os
pro.esionales de la comunicación y los medios para los que traba@an, ven por primera ve:
amena:a su he+emonía en la construcción de la es.era pAblica +racias a la cultura 2.0, y a
la incorporación a trav$s de ella de la población a las redes de producción y distribución de
contenidos.
,n el caso concreto del streamer como ciberactivista de la in.ormación, cabe destacar
su contribución a la ruptura del monopolio de los medios de masas en la con.i+uración de la
agenda-setting, a partir de la inclusión en la opinión pAblica +eneral, de temas antes
i+norados por las +randes cabeceras, como la violencia policial o los comportamientos
antidemocráticos de muchas instituciones en el conte8to de la crisis económica. )i bien esto
es un +ran hito, por el momento los +randes medios si+uen llevando la vo: cantante a este
respecto, pero la ruptura de su monopolio es un síntoma de la alteración de la dial$ctica
&2
15MP2P Beatriz Pérez Rioja & Javier Gil García
Encuentro transdisciplinar ¿Mercantilización o Revolución?
entre poder y contrapoder #0astells, 200O(''0&. Del estudio de la .i+ura del streamer en el
conte8to de los movimientos sociales tambi$n se desprende la potencialidad de la
herramienta para crear reporteros autónomos, ya que la individualidad prima .rente a lo
+rupal a la hora de +enerar contenidos de impacto. ,so sí, individualidad en red a partir de
la di.usión reticular. De esta manera se estaría estableciendo ;una nueva $tica basada en el
reconocimiento de los m$ritos y habilidades de cada persona, permitiendo su madure: y
autonomía y normali:ando .ormas de or+ani:ación donde el control es descentrali:ado, el
usuario .inal empoderado, y la distribución de recursos, compartida4 #?evi, 2012(O0&.
-aradó@icamente, la cultura de la participación y el empoderamiento individual parece
tambi$n ser la base sobre la que se asientan los principios neoliberales en la actualidad,
además de que los procesos de valori:ación capitalista se me@oran y re.uer:an en el nuevo
conte8to mediático al ampliarse y volverse más e.ectivos #"il, 201'&. ,n ese sentido la .i+ura
de los 3prosumidores3 como su@etos 3empoderados3 con actitud 3emprendedora3 cuyas
creaciones no solo +eneran rique:a económica sino que trans.orman el entorno político y
social, se convierte en una pie:a clave en la articulación social que sur+e del impacto de las
nuevas tecnoló+icas, di.uminádose la separación entre las actitudes 3revolucionarias3 y
3emprendedoras3.
,l +ran reto para estos prosumidores será encontrar el equilibrio para desempe9ar su
actividad de una .orma sostenible económicamente que les permita mantener su
independencia, así como ir dotándose poco a poco de nuevos canales de comunicación en
red alternativos a las +randes empresas tecnoló+icas de la comunicación.
7 su ve:, no hay que olvidar que, además de la amena:a de la capitali:ación de su
producto y la p$rdida de su control, el carácter revolucionario de su actividad y su
contribución a la +estación de una opinión pAblica insur+ente, se ha convertido en una
realidad incómoda para distintas es.eras del poder político y mediático, para las que $sta
masi.icación de .uentes in.ormativas autónomas se per.ila como una amena:a a su status
6uo. 0ada ve: son más .recuentes las a+resiones desde el +obierno y desde al+unos
medios a estas nuevas .ormas de periodismo, intentando desmovili:arlas a +olpe de multas,
denuncias y detenciones, imponi$ndoles identi.icaciones que atentan contra la libertad de
e8presión para tenerlos controlados, como los chalecos de prensa, o insinuando, como 7%0
o ,l Mundo, que son .alsos periodistas

#=idal+o, 201'&.
?os Kvie@os mediosL, por su parte, más allá de criminali:ar a una competencia a la que
no vieron venir, tendrán que reinventar sus estrate+ias comunicativas y adaptarlas a los
nuevos tiempos. -ero aunque muchos ya han empe:ado a equipar a sus reporteros con
tel$.onos móviles preparados para stremear #Mc7thy, 201'&, parece di.ícil que arrebaten a
los ciberactivistas el nicho in.ormativo que han conse+uido conquistar Pel de la movili:ación
socialP, en el que su compromiso y entre+a les hace ini+ualables para conse+uir buenas
in.ormaciones. ?a nueva es.era mediática se per.ila como un universo distribuido donde
distintas .ormas de producción de contenidos disputarán ámbitos especiali:ados de
in.ormación a los medios de comunicación de masas, y donde el prosumidor tendrá un papel
determinante.
-or Altimo, habrá que ver cómo se reinventa $sta .orma de prosumición de
in.ormación en conte8tos .uturos, esperemos que más .avorables. -or el momento, ya se ha
visto un descenso considerable de la creación de nuevas cuentas durante el a9o 201',
paralelo al descenso de convocatorias y de participación en +randes movili:aciones. ,l
streaming reali:ado a partir de tecnolo+ía inalámbrica se ha consolidado como una
herramienta de +ran utilidad en el conte8to de la crisis económica, en el que responde a una
&&
!" # $%& Redes' Movi(ientos ) *ecnopolítica
niversitat !+erta de "atalun)a Internet Interdisciplinary Institute
necesidad social de intentar comprender, más allá de las ra:ones es+rimidas desde los
poderes políticos y mediáticos, los motivos de la crisis y sus verdaderas implicaciones, así
como para di.undir las luchas sociales y las alternativas a los modelos impuestos. -ero no
hay crisis que 100 a9os dure y, ante una perspectiva de un .uturo más próspero y una
recuperación de las bases del bienestar social o, por el contrario, una prolon+ación hacia el
in.inito de la situación actual, habrá que ver si la población si+ue comprometida con el
cambio y demanda esta herramienta, o si se con.orma y replie+a, condenándola a ser un
instrumento minoritario de movimientos sociales otra ve: mermados.
Más allá de los retos y las amena:as, lo que es inne+able es que $sta .orma de
prosumición in.ormativa ha lle+ado para quedarse, y en el caso concreto de los streamers ya
ha contribuido sobremanera a acercar el hori:onte de la autocomunicación de masas, las
2.SJ'.OS visuali:aciones que suman las 20F cuentas anali:adas en menos de dos a9os lo
avalan.
8. *e)erencias 9i9lio:rá)icas
%CG!D*,G, -. #1JFS&( ;The Iorms o. 0apital4, ,n 5. !ichardson #,d.&( =andbooD o. Theory
and !esearch .or the )ociolo+y o. ,ducation, 1e6 [orD, "reen6ood, pá+s. 2Q1P2F.
07)T,??), 7!D^<C?, M.I., Uiu, 5.?. 7 )ey #200O&( 7omunicaci8n m8vil 2 sociedad, una
perspectiva global. Madrid, Iundación Tele.ónica, 7rial.
07)T,??), M. #2012&( .edes de indignaci8n 2 esperan/a. Madrid, 7lian:a ,ditorial.
07)T,??), M.l #2011&. 0ommunication -o6er. 1ueva [orD, C8.ord.
0CMC!, ,. #2010&( ;0onte8tuali:in+ and 0ritiquin+ the Iantastic -rosumer( -o6er,
7lienation and =e+emony4, 0ritical )ociolo+y, 'O#'&, '0JP'2O.
/""$011'2-'o-o%3110-11441056.6205103454.4
D,1,"!*P>1CTT, 5. y D,T?,<, H. #2012&( ;TracDin+ prosumption 6orD on e%ay(
reproduction o. desire and the challen+e o. slo6 rePMcDonaldi:ation4, 7merican %ehavioural
)cientist, S#Q&(Q'JPQF. /""$011'2-'o-o%3110-1144100024.42114263.0
,)-_!*TG)71TC, C, "C1H7?C !CD!_"G,H, -. #2011&( #eriodismo ciudadano! %voluci8n
positiva de la comunicaci8n! Madrid, Iundación Tele.ónica, 7riel.
"7M%,TT*, H. #2MSM201'&( ;!esistanbul( the be+innin+ o. the end o. an eraV !oarma+.or+,
online #1MJM201'& http(MMroarma+.or+M201'M0SMresistanbulPthePbe+innin+Po.PthePendPo.PanPeraM
"*?, 5. #201'&( ;?a emer+encia de prosumidores y el desarrollo de nuevos modelos
mediáticos( el caso de Toma la Tele4, en 0otarelo, !amón y 5os$ 7ntonio Clmeda #,ds.&
;<ino nuevo en odres nuevos. ,l impacto de la ciberpolítica en el mundo contemporáneo4.
Madrid( 0entro de ,studios -olíticos y 0onstitucionales #en prensa&.
=*D7?"C, 0. #2M0QM201'&( ;Gn manual radical alentaba a hacerse pasar por periodista4,
7%0, online $1%<%2=13'
http(MMhemeroteca.abc.esMnavM1avi+ate.e8eMhemerotecaMmadridMabcM201'M0M2QM0F1.html
=*M71,1, -. #200Q&( 9a :tica del hacker 2 el esp&ritu en la era de la informaci8n. %arcelona,
Destino.
&/
15MP2P Beatriz Pérez Rioja & Javier Gil García
Encuentro transdisciplinar ¿Mercantilización o Revolución?
=GM-=!,[), 7. y >,1T ". #200F&( ;The *ntersectin+ !oles o. 0onsumer and -roducer( 7
0ritical -erspective on 0oPproduction, 0oPcreation and -rosumption4, )ociolo+y 0ompass,
2#'&, pp.JS'PJF0. http://dx.doi.org/10.1111/j.1751-9020.2008.00112.x
5C=1)C1, ". #MSM201'&( ;Do:ens arrested in TurDey .or 3incitin+ riots3 usin+ social media4,
?os 7n+eles Times. http(MM666.latimes.comMne6sM6orldM6orldno6MlaP.+P6nPturDeyPprotestsP
t6itterParrestsP201'0S0,0,2JO0J.story
>1*%%), >. #FMSM201'&( 7rrested .or t6eetin+ in TurDey( The social media machine o. the
NCccupy+e:i movement4, Di+ital Trends, online #1MJM201'&
http(MM666.di+italtrends.comMsocialPmediaMthePinvaluableProlePo.PsocialPmediaPinPoccupy+e:iP
andPprotestPcultureM
?,T)0=, 0. #'MSM201'&( ;)ocial media and opposition to blame .or protests, says TurDish
-M4, The "uardian, online #1MJM201'& http(MM666.+uardian.co.uDM6orldM201'M@unM02MturDishP
protestersPcontrolPistanbulPsquare
M7!0C), 5. M. #2FM01M2012&( ;T6itter se rinde a la censura4. -Ablico.
http(MM666.publico.esMculturasMQ1J12SMt6itterPsePrindePaPlaPcensura
M7!HC, 5. ?. #200S&( Fotograf&a 2 activismo. %arcelona, "".
M7)C1, -. #21MSM201'&( ;Bhy are the %!*0s are crumblin+V Belcome to the permanent
revolution4, The *ndependent, online #1MJM201'&
http(MM666.independent.co.uDMvoicesMcommentM6hyParePthePbricsParePcrumblin+P6elcomePtoP
thePpermanentPrevolutionPFSSFF0'.html
MCART7Y8 R- 91010.12013: ; A$ <o+%!()#"# +#!3 B(=>+#e% )?e ?'eo ($$@
/""o011AAA-<o+%!()#=-co-+B1!eA#1A/C,($,#,(%!+>3,<o+%!()#"#,A"/,)?e,?'eo,
($$,>(=>+#e%1#21(5526241
17-C?*, -. M. #200F&( ;!evisitin+ `mass communicationa and the 6orD o. the audience in
the ne6 media environnment4, 6orDin+ paper.
C*>C1CM7>*), ?. #1QMSM201'&( ;Cccupy ,!T( the revolution 6ill be livePstreamed4,
!oarma+.or+, online #1MJM201'& http(MMroarma+.or+M201'M0SMoccupyPertPthePrevolutionP6illPbeP
livePstreamedM
-7D*??7, M. #2012&( ,l Dit de la lucha en *nternet. Madrid, Tra.icantes de )ue9os.
-,7!)C1, M. y "G? T. #SPSP201'&( ;TurDish authorities arrest social media users/ calls .or
,rdo+an to resi+n continue4, 011 *nternational, online #1MJM201'&
http(MMedition.cnn.comM201'M0SM0M6orldMeuropeMturDeyPprotests
-7?M7, 0. #1QMSM201'&( ;?os KbapulcuL ponen en @aque al "obierno conservador de
,rdo+an4, Dia+onal, online #1MJM201'& https(MM666.dia+onalperiodico.netM+lobalMcapulcuP
ponenP@aquePalP+obiernoPconservadorPerdo+an.html
-R!,H C?*<7, M. #2011&( ;*ndi+nados con los periodistas4, en ,l -aís,
http(MMelpais.comMdiarioM2011M0SM2SMopinionM1'0J0'J20\F021.html
-R!,H !*C57, %. #201'& ;,l streamer, entre el periodismo ciudadano y el ciberactivismo4,
en 0otarelo, !amón y 5os$ 7ntonio Clmeda #,ds.& ;<ino nuevo en odres nuevos. ,l impacto
&5
!" # $%& Redes' Movi(ientos ) *ecnopolítica
niversitat !+erta de "atalun)a Internet Interdisciplinary Institute
de la ciberpolítica en el mundo contemporáneo4. Madrid( 0entro de ,studios -olíticos y
0onstitucionales #en prensa&.
!,*D, 7.r #1JM0SM201'&( ;7- purchases minority staDe in video app %ambuser4.
http(MM666.@ournalism.co.uDMne6sMapPpurchasePminorityPstaDePinPvideoPappP
bambuserMs2Ma'''1M
!,[, -. 5. #2012&. ]7lienation, e8ploitation, and social media], 7merican %ehavioral )cientist,
S#Q&( 'JJPQ20. /""$011'2-'o-o%3110-1144100024.42114263.4
!*%7?T7, 5. #2011&( ,l movimiento de la .oto+ra.ía obrera #1J2SP1J'J&, ensayos y
Documentos. Madrid, TI editores.
!*TH,!, ". y 17T=71 5. #2010&( ;-roduction, 0onsumption, -rosumption( The 1ature o.
0apitalism in the 7+e o. the Di+ital ;-rosumer.4, 5ournal o. 0onsumer 0ulture, special issue
on Beb 2.0, edited by !o+er %urro6s.
!*TH,!, "/ -7G?, D. y 17T=71 5. #2012&( ;The 0omin+ o. 7+e o. the -rosumer4, 7merican
%ehavioral )cientist, S#Q&('OJP'JF. /""$011'2-'o-o%3110-1144100024.42114263.5
)c10=,H, 5. D #OMSM201'&( ;Gn pa@arito a:ul con máscara de +as en ,stambul4, 5ohannes
Maurus, online #1MJM201'& http(MMiohannesmaurus.blo+spot.deM201'M0SMunPpa@aritoPa:ulPconP
mascaraPdeP+asPen.html
)GM71, D. #1MSM201'&( ;Bhat is =appennin+ in *stanbulV4*nsanliD =ali, online #1MJM201'&
http(MMde.nesumanblo+s.comM201'M0SM01M6hatPisPhappennin+PinPistanbulM
)u1otissima, Uuodlibetat, 78ebra y 7rnau Monty #2012&( ;0onversaciones sobre
tecnopolítica y el N1M4, en( Tecnopolítica, internet y rPevoluciones. %arcelona, *caria 7saco,
pá+s. 0PSJ.
T7)0Z1, M. y UG*1T717, [. #2012&. 7iberactivismo; las nuevas revoluciones de las
multitudes conectadas. Madrid, 0atarata.
TC!,T, 5. #2012&( ;Gna mirada tecnopolítica sobre los primeros días del N1M4, en(
Tecnopolítica, internet y rPevoluciones. %arcelona, *caria 7saco, pá+s. 0PSJ.
TB*T0=[ #QMSM201'&( ;Borse than lapdo+ media( Bhile TurDey burns, 011 TurD serves up
pen+uins4, T6itchy Media, online #1MJM201'& http(MMt6itchy.comM201'M0SM0QM6orsePthanP
lapdo+PmediaP6hilePturDeyPburnsPcnnPturDPservesPupPpen+uinsM
G"7!T,, David de #200S&. ,l -oder De ?as !edes( Manual ilustrado para personas,
colectivos y empresas abocados al ciberactivismo.
B,7!D,1, ". #12MSM201'&( ;"reece3s state broadcaster de.ies +overnment closure/ !%)
boss in shocD resi+nation P as it happened4, The "uardian, online #1MJM201'&
http(MM666.+uardian.co.uDMbusinessM201'M@unM12Meuro:onePcrisisP+reecePertPstateP
broadcaster
HB*0>, D/ %C1)G, ).>/ y D7!MCD[, 7. #200F&( ]-uttin+ 0onsumers to BorD( KK0oP
0reationLL and 1e6 MarDetin+ "overnPmentality], 5ournal o. 0onsumer 0ulture, F#2&( 1S'dJS.
/""$011'2-'o-o%3110-1144114.6540505060056
&0
Emociones en la plaza
y en la pantalla. Para
pensar un cronotopo
del siglo XXI a través
de la ocupación
de espacios físicos
y no-físicos
En este artículo nos interesamos por la ‘multitud’, como
sujeto social, y por las prácticas de resistencia que se están
sucediendo simultáneamente en los espacios físicos y no-
físicos. Preguntándonos acerca de las posibilidades de
transformar el espacio público en lugares de resistencia,
como sucede con las acampadas en las plaas por parte de
mo!imientos como "#ccupy o "$%&, pretendemos pensar
las posibilidades de e'tender lo cotidiano como práctica de
resistencia tambi(n en la esfera digital. &o!imientos
e'cepcionales por el tiempo y el espacio donde aparecen)
Puerta del *ol o +uccotti Par,, por ejemplo, y paralelamente
en las pantallas de los dispositi!os tecnol-gicos. .mbos
lugares /físicos y no-físicos0 que desde 12$$ 3an ganado
importancia e intensidad a tra!(s de la comunicaci-n
simultánea. En t(rminos ling4ísticos, la e'cepcionalidad de
estas prácticas ‘"occupy’ se encuentra en su subjeti!idad
colecti!a) 5#tros6 que están en la misma posici-n del
sujeto. 7ompartiendo el malestar social, generando un
espacio de discurso inno!ador y reclamándolo en público.
8n sujeto que puede crear una situaci-n temporal en un
nue!o espacio, y 3abitar este espacio. 9emos realiado una
re!isi-n bibliográ:ca de estudios que, entre otros
fen-menos sociales, 3an analiado aspectos relacionados
con el $%& mediante el análisis de t;eets y <ig =ata.
Simone Belli
8ni!ersidad 7arlos >>>, &adrid
u!én "íaz #arcía
8ni!ersidad 7arlos >>>, &adrid
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
Introducción
Desde el surgimiento del movimiento de los indignados en España, tanto activistas como
académicos han incidido en su carácter plural, inclusivo y transversal (Laraña y Díez, 202a!
"astells, 202! #erugorría y $e%erina, 20&'( )in em*argo, tal caracterizaci+n contrasta con
la di,undida en los -old media. por a/uellos /ue siguen en sus análisis un punto de vista
político0pro,esional (1elucci, 232! Laraña y Díez 202a, 202*'( Desde esa apro4imaci+n,
los indignados y el 51 han sido categorizados mediante el uso de diversidad de eti/uetas6
-anti0sistema., -ni0ni., -perro0,lautas., violentos o e4tremistas de iz/uierda( Eti/uetas y
categorías /ue han provocado un rechazo generalizado entre los propios activistas y
simpatizantes del movimiento, haciendo incluso mo,a de las mismas

(
7simismo, el movimiento indignado en España ha sido tildado de irre,le4ivo, dado /ue
en muchas ocasiones se parte del supuesto de /ue la 8indignaci+n no es a/uello /ue motiva
la argumentaci+n razonada9 (:ivero y #alacio, 206 ;<'( Este tipo de a,irmaciones aluden a
la e4tendida y super,icial dicotomía entre emoci+n y raz+n para e4plicar la participaci+n de
los ciudadanos en movimientos sociales (Laraña y Díez, 2026 03'
2
( En esta misma línea,
=ygmunt >auman de%a*a constancia en una entrevista concedida al diario El #aís del
-carácter emocional. del 51, contraponiéndolo a su -,alta de pensamiento.
&
( El ,il+so,o
polaco hacía re,erencia, en estos términos, al carácter inesta*le de las emociones y su
incapacidad para dar ,orma a nada coherente y perdura*le6 8si la emoci+n es apta para
destruir resulta especialmente inepta para construir nada( Las gentes de cual/uier clase y
condici+n se re?nen en las plazas y gritan los mismos esl+ganes( $odos están de acuerdo
en lo /ue rechazan, pero se reci*irían 00 respuestas di,erentes si se les interrogara por lo
/ue desean9(
)in em*argo, el signi,icado /ue nosotros atri*uimos a la relaci+n entre racionalidad y
emoci+n no tiene su *ase en el carácter dicot+mico /ue tradicionalmente se ha imputado a
esta -diada conceptual., /ue en ?ltima instancia e/uipara las emociones con la
irracionalidad( 1ás *ien entendemos, siguiendo algunos en,o/ues cognitivos en psicología
social y sociología, /ue 8no e4iste cognici+n sin sentimiento y no hay signi,icado sin
emoci+n9 (1elucci, 2256 @5'( De este modo, las representaciones mentales /ue motivan
nuestra conducta son el resultado de la incorporaci+n a los procesos mentales de nuestro
cere*ro, tanto del razonamiento, como de las emociones y los sentimientos ("astells 2006
2@'( Las emociones, por tanto, se encuentran en la génesis de la e4periencia y del
comportamiento social e in,orman so*re los valores, las decisiones /ue tomamos y las
propias representaciones de la vida social (De Aaal, 200<'(
En las ?ltimas décadas, numerosos autores han puesto en valor el estudio de las
emociones para comprender el comportamiento colectivo y la acci+n colectiva (>ensBi,
2005, Clam, 2005! Eyerman, 2005', así como los procesos de -construcci+n. y de
negociaci+n de la identidad colectiva de los movimientos sociales a través una interacci+n
dialéctica entre eventos hist+ricos y redes de grupos e individuos (1elucci, 225'( Este
1
7lgunos e%emplos se pueden encontrar en los siguientes enlaces6
DDD(,licBr(comEphotosEshemsuFhorE<&02235200! DDD(,licBr(comEphotosEedansE5350<3002!
DDD(,licBr(comEphotosE%isaBielE5;<3<0@3&2! DDD(,licBr(comEphotosErromerE5;52;25&<!
DDD(,licBr(comEphotosE&@2<32GH0;E5;@30232&5(
2
8Emociones y razones prácticas son aspectos clave para entender por /ué las personas participan
en movimientos sociales y la capacidad de persuasi+n colectiva de sus organizaciones9 (I*id('
3
http6EEpolitica(elpais(comEpoliticaE20E0E;EactualidadE&33035<F2;3&;2(html
38
!M"#" $imone %elli & Rub'n (íe) *arcía
+ncuentro transdisciplinar Emociones en la plaza y en la pantalla
proceso de construcci+n de la identidad colectiva comprende tres es,eras6 i' la de,inici+n
instrumental de 8los ,ines, los medios y los campos de acci+n9 (I*id(6 @5'! ii' una 8red de
relaciones sociales activas entre los actores, /ue interact?an, se comunican, se in,luyen
unos a otros, negocian y toman decisiones9 (op( cit(', siendo tam*ién elementos constitutivos
de esta red de relaciones activas, las ,ormas de organizaci+n, los modelos de liderazgo, los
canales comunicativos y las tecnologías de comunicaci+n son constitutivas partes de esta
red de relaciones! iii' el plano de las emociones /ue hacen posi*le /ue los individuos se
sientan unidos y parte del grupo (I*id('(
En este te4to re,le4ionamos so*re la incidencia de dos de estos elementos y su
interrelaci+n6 los canales de autocomunicaci+n de masas, por un lado, ("astells, 200' y las
emociones, por otro( )i tanto los canales de comunicaci+n como las emociones son
,undamentales en los procesos de construcci+n de la identidad colectiva de los movimientos
sociales, su trascendencia es mani,iesta en la ola de movilizaciones y redes sociales /ue
movidas por la indignaci+n y la esperanza han surgido desde 20 ("astells, 202',
continuando en la actualidad con el surgimiento de nuevas movilizaciones y prácticas de
resistencia en >rasil y $ur/uía(
7 la luz de esta ola de indignaci+n glo*al, nos centramos en la -multitud., como su%eto
social, desde las prácticas de resistencia /ue están sucediéndose simultáneamente en los
espacios ,ísicos y no0,ísicos( Lo hacemos preguntándonos acerca de las posi*ilidades de
trans,ormar el espacio p?*lico en lugar de resistencia, como sucede con las acampadas y
concentraciones en las plazas( #retendemos pensar las posi*ilidades de e4tender lo
cotidiano como práctica de resistencia tam*ién en la es,era digital( Jn movimiento
e4cepcional por el tiempo y el espacio donde aparece6 #uerta de )ol, #laza $ahir, =uccotti
#arB, #laza $aBsim, #laza "oyoacán, etc( y paralelamente en las pantallas de los
dispositivos tecnol+gicos( 7m*os lugares (,ísicos y no0,ísicos' han ganado importancia e
intensidad a través de la comunicaci+n simultánea( En términos lingKísticos, la
e4cepcionalidad de los movimientos -Loccupy. se encuentra en una su*%etividad colectiva6
8Mtros9 /ue están en la misma posici+n del su%eto( "ompartiendo el malestar social,
generando un espacio de discurso innovador y reclamándolo en p?*lico( Jn su%eto /ue
puede crear una situaci+n temporal en un nuevo espacio, y ha*itar este espacio(
El ne4o *ásico /ue enlaza am*os elementos, comunicaci+n (tanto ,ísica como no0
,ísica' y emociones, se asienta so*re el lengua%e, 8comunicar signi,ica poner -algo. en
com?n6 las emociones son ese algo9 (>elli, 20&'(
#or esta raz+n, por un lado, hemos realizado una revisi+n *i*liográ,ica de estudios
/ue, entre otros ,en+menos sociales, han analizado aspectos relacionados con el 51
mediante el análisis de tDeets y >ig Data( )u e4ploraci+n nos ha llevado a considerar /ue
hay numerosos análisis de tipo cuantitativo /ue desarrollan apro4imaciones muy
descriptivas y analíticas, pero con escaso potencial interpretativo acerca del importante
papel /ue %uegan las emociones en estos espacios (7rag+n, "ongosto y Laniado, 20&!
$oret, 20&, entre otros
@
'( #or otro lado, nos hemos centrado6 i' en analizar tDeets, ,otos,
pancartas y carteles de acampadas y mani,estaciones en espacios p?*licos como por
e%emplo la #uerta del )ol, así como las -narrativas. de algunos de sus grupos y activistas
4
1ás e%emplos de análisis de este tipo6 http6EEictlogy(netE*i*liographyEreportsEpro%ects(phpNidpO2@50!
http6EE5m(*i,i(es! http6EEoutliers(es! http6EEassets(outliers(es! http6EEDDD(*arri*log(com!
http6EEla*s(paradigmatecnologico(com! http6EEperiodismodatos(oB,n(es! http6EEmediala*0
prado(esEarticleEperiodismoFdeFdatosF0FgrupoFdeFtra*a%o
39
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
más signi,icativos! y ii' en la o*servaci+n etnográ,ica de las prácticas de resistencia en
espacios p?*icos y conte4tos digitales (Pine, 200@! Qonizets, 200'(
7lgunas de las preguntas /ue han guiado nuestro análisis a lo largo de esta
investigaci+n han sido6 RDe /uién es la voz del su%eto /ue escri*e el tDeet (yEo te4to /ue
ver*aliza su discurso'N RSué tipo de emociones emergen (positivas, negativas' y cuál es la
per,ormance emocional de la trayectoria de los usuariosN RD+nde se ela*ora el hashtag o
eti/ueta, en la :ed o en la plazaN
Pemos construido una metodología ad hoc, /ue considera el lengua%e como medio
para e4presar estas emociones, y /ue considera el tiempo y el espacio en /ue este mensa%e
se produce( 7cercándonos a los estudios en el campo de la lingKística y del 7nálisis "rítico
del Discurso, por un lado, y de las emociones en el ám*ito de los movimientos sociales, por
otro( En este sentido, nos ha parecido oportuno, replantear el concepto de cronotopo de
>aBhtin en el conte4to actual( Jn conte4to d+nde el espacio no ,ísico bakhtiano ha asumido
una concepci+n e4traordinaria, se ha trans,ormado en conte4to social d+nde pasan cosas,
emociones, e4periencias, movimientos( Es decir, Internet(
#resentamos tam*ién un análisis de caso del colectivo )ol,+nica, para poder
entender como espacios ,ísicos y no0,ísicos se entremezclan entre sí y como es posi*le
analizarlos a través de la metodología /ue mostramos(
Cronotopo en el siglo XXI
>aBhtin cuando pens+ en su cronotopo di,ícilmente podía conce*ir /ue e4istiera de verdad
un espacio no ,ísico d+nde los acontecimientos sociales se podían desarrollar como en el
espacio ,ísico( Este espacio no ,ísico es representado por la /ue hoy en día conocemos
como :ed(
Espacios ilimitados y tiempos inde,inidos, esto resulta ser la concepci+n de un nuevo
cronotopo partiendo del de >aBhtin6 u*icuidad y velocidad, por e%emplo, /ue han modi,icado
nuestras interrelaciones sociales (>elli, Parré, Tñiguez, 2002! >elli, Uil, 20'(
R#ero /ué ha pasado con la revoluci+n digitalN Es la pregunta /ue se hace 1ichael
Pol/uist en el International AorBshop "M7" de >arcelona en el 20&
5
( Paciendo un análisis
metalingKístico y translingKístico de lo /ue pas+ en numerosas plazas mundiales alrededor
del año 20 en el movimiento Mccupy (>elli, 20&', es posi*le entender como la idea del
cronotopo ha evolucionado en algo posi*le e inmediato en el mundo offline y online, mundo
,ísico y no ,ísico, mundo material y virtual( #ara >aBhtin, 8$odo el mundo está solo, pero
estamos solos %untos9( Estamos solos %untos por e%emplo en #uerta del )ol y en $Ditter( Dos
lugares ocupados por los activistas y simpatizantes de la nueva ola de movimientos sociales
/ue emergen en 20(
"ada acontecimiento /ue un su%eto perci*e en uno de estos lugares, será compartido
con los demás, por/ue el lengua%e es la herramienta más importante para compartir esta
percepci+n, o emoci+n, en un mundo ,ísico y en otro no ,ísico(
En 2&;, cuando >aBhtin desarroll+ su cronotopo, o*viamente Internet no e4istía( El
tiempo y el espacio eran e4periencias completamente di,erentes respecto a hoy en día( #ero
de la misma manera /ue hoy, cada ser humano podía ocupar espacio en un mundo ,ísico y
en un mundo no ,ísico( 7 través la lectura, podía estar en un mundo compartido por otros
lectores del mismo te4to( La literatura es el la*oratorio para e4plorar lo /ue ocurre en la vida
humana, dice >aBhtin( Lo mismo pasa hoy, pero de una manera un poco di,erente6
5
http6EEDDD(ar/uitectonics(com
,0
!M"#" $imone %elli & Rub'n (íe) *arcía
+ncuentro transdisciplinar Emociones en la plaza y en la pantalla
ocupamos un espacio ,ísico (como #uerta del )ol', pero tam*ién di,erentes espacios no0
,ísicos (como las di,erentes plata,ormas digitales6 $Ditter, Cace*ooB, Aordpress, etc('( El ser
humano es suscepti*le de actuar este tiempo y espacio en los dos mundos( #ara >aBhtin,
cada espacio está ocupado, y cada o*%eto en el mundo ocupa un espacio(
#ara poner un e%emplo, el te4to /ue estás leyendo %usto ahora, ocupa un espacio y un
tiempo en un mundo ,ísico y no0,ísico( Este archivo ocupa algunos mega*ytes en tu
ordenador y en Internet( La pantalla de este ordenador, o estas ho%as de papel, ocupan
alg?n espacio en tu casa o despacho( V cada una de estas cosas ocupa un tiempo del día
del mes de este año( "ada te4to, e4plica 1ichael Pol/uist (2002', es producido por
repetirse, por/ue un te4to es el producto para entender un espacio ocupado( #or esta raz+n,
para entender las prácticas de resistencia de estos movimientos sociales es importante
tener te4tos( $e4tos online (tDeets en $Ditter o mani,iestos en Aordpress, por e%emplo' o
te4tos offline (pancartas, documentos de las asam*leas, imágenes de #uerta del )ol'(
#or/ue cada cosa es te4to o produce te4to, y cada cosa que importa es te4to( RM se puede
entender nuestra realidad sin te4toN Evidentemente, Westo no es posi*leX Los su%etos
siempre producen te4to y siempre e4istirá un su%eto(
El cronotopo es el instrumento para entender esta realidad( Jna herramienta de
análisis de estos espacios ,ísicos y no0,ísicos d+nde Internet aparece en nuestras vidas
cotidianas( El cronotopo es un acto de percepci+n de cada e4periencia( "omo e4plica
Pol/uist6 8El cronotopo es el signi,icado para entender la realidad9( #or/ue cada cosa,
aparte de ocupar un espacio, es cronol+gica, por e%emplo6 , 2, &, etc(! La :eina ha muerto
ayer! o L51(
Jn ordenador por e%emplo es un o*%eto material, pero es posi*le entender este o*%eto
solamente en un tiempo y un espacio concreto a través de una agencia del momento
presente( #or esta raz+n, cada plaza en estos movimientos e4iste en un momento y un
espacio concreto( =uccotti #arB en )eptiem*re de 20 o #uerta del )ol en 1ayo de 20(
El mundo y la visi+n de este lugar perci*en los límites de un lugar, construyendo los límites
de este lugar, de esta plaza, es decir, cuándo y d+nde el movimiento comienza(
Jno de nuestros o*%etivos iniciales ha sido entender donde se producía un hashtag
por primera vez, si en el mundo ,ísico, la plaza, o en el mundo no0,ísico, las pantallas
m+viles( En la investigaci+n, se pudo o*servar /ue ha*ía más gente en la calle /ue gente
tuiteando, pero a partir del movimiento 51 se empieza a mezclar mundo digital y anal+gico(
El 51 ha generado un archivo digital y una memoria colectiva, gracias al apoyo de
herramientas humanas y tecnol+gicas( "ada su%eto en la plaza se convirti+ en un periodista,
documentando, ,otogra,iando, y compartiendo in,ormaci+n, pu*licándola en sus plata,ormas
digitales( )i consideramos los hashtag L51, L5M, L2151, Ltomalaplaza, etc(, como un
cronotopo, entonces le estamos dando una connotaci+n ni ,ísica ni virtual( )eg?n la
concepci+n de >aBhtin, un cronotopo está en el entremedio de estos dos mundos( )irve
para cumplir el pasa%e de un mundo al otro( #or esta raz+n, si intentamos responder a una
de las preguntas de nuestras investigaci+n (d+nde nacen los hashtag, en las pancartas de
)ol o en los tDeets de $Ditter', podemos entender /ue en am*os espacios y en ninguno( En
las pancartas aparecen, por/ué están pensados en el mundo no0,ísico, y en el mundo no0
,ísico, por/ue aparecen en las plazas( El hashtag tiene esta am*ivalencia, permite conectar
estos dos mundos(
,1
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
Análisis cronotópico del #15M
8La tarea del decir verdadero es un tra*a%o in,inito6 respetarla es una o*ligaci+n /ue
ning?n poder puede economizar( 7 reserva de /ue imponga el silencio de la servidum*re9
(1ichel Coucault, Politics, Philosophy, Culture: Interviews and Other Writings, !""#
!$%, p(&30'
)eg?n >aBhtin, es posi*le reconocer desde un pe/ueño te4to su autor( El cronotopo nos
permite decir /uien escri*i+ y cuando a/uel te4to /ue tenemos delante( #odemos sa*er si
este te4to ,ue escrito por )haBespeare o DostoievsBi, de la misma manera /ue podemos
tam*ién pensar c+mo act?a un movimiento a partir del cronotopo( "on este análisis, vamos
a analizar los elementos /ue determinan de /ue manera el movimiento -occupy. constituido
en el 51 de 1adrid en el 20, representa un cronotopo /ue puede ser seguido por otras
ocupaciones en el mundo( #or e%emplo, en Mccupy Aall )treet hicieron una acampada en
=uccotti #arB, en -occupy. $ur/uia cantan lemas del L51 en español, y en >rasil ocupan el
"ongreso! estas dinámicas son parecidas a las /ue sucedieron en el 51( )e podría trazar
un di,erente recorrido con el análisis de otros cronotopos, por e%emplo6 LVM)MV&2, 22Y,
0), 01, etc( #odemos entender el elemento poli,+nico de este cronotopo, por e%emplo a
través de sus autores6 Gacampadasol, Gdemocraciareal, G%uventudsin, etc( Jna poli,onía
de voces /ue constituye el entero movimiento del L51(
7po,enia es la e4periencia consistente en ver patrones, cone4iones o am*os en
sucesos aleatorios o datos sin sentido ("onrad, 253'( Es decir, e4periencias concretas de
dar sentido anormalmente a lo /ue no lo tiene( #ara )artre (2@&' la mirada del otro se
constituye como ani/uiladora de mis posi*ilidades, haciendo /ue me perci*a a mí mismo
como un o*%eto para el otro( )eg?n Coucault (2<<', la visualidad /ue nos proporciona esta
mirada representa una trampa( Crente a estos dos planteamientos negativos, convendría
e4plorar el potencial emancipatorio, estético0político del mostrarse( Lo /ue Zac/ues
:anci[re llama 8partage du sensi*le9 en su o*ra hom+nima, la distri*uci+n de lo visi*le y lo
invisi*le mediante las ,ormas de representaci+n artística, los dispositivos políticos y morales,
es lo /ue da ,orma al mundo en /ue vivimos (:anci[re, 2000'( En su artículo 8parresía
visual9 (200;a, 200;*' 1artinz Zay se pregunta si es posi*le algo parecido a la parresía
,oucaultiana pero aplicado a las ret+ricas de la imagen( )e responde a sí mismo /ue no( Ho
o*stante, poner todo en el discurso es una de las maneras ,undamentales de hemopoyesis,
distinta tanto de la ret+rica puramente instrumental como de la con,esi+n, gestada *a%o la
som*ra de la culpa y cada situaci+n estaría a*ierta a un análisis visual( Mcupar espacios es
hacerse visi*le ()ennett, 202' y decir las cosas ,rancamente, tomar unos riesgos,
e4ponerse en las plazas principales de las ciudades mundiales o e4perimentar ,uertes
sentimientos de indignaci+n y ,ormas de participaci+n ciudadana más directas son algunas
de las primeras características de este cronotopo(
El L51 tiene características similares a di,erentes movimientos sociales /ue surgen
en los años .<0 y -;0 en Estados Jnidos de la mano de organizaciones estudiantiles y pro0
derechos civiles a,ines a la Hueva Iz/uierda Horteamericana (Laraña y Diez, 202! Díez,
20&, sin pu*licar'( 7simismo, se incorporan en este movimiento características muy
similares al movimiento ,eminista, ecologista, de los derechos civiles y de los derechos
homose4uales (Langman, 20&'( Jno de estos rasgos es el de considerar a los su%etos /ue
participan como personas, ale%adas de las dicotomías políticas tradicionales, como
derechaEiz/uierda o pertenecientes a colectivos determinados (Laraña y Diez, 202'( #ara
,2
!M"#" $imone %elli & Rub'n (íe) *arcía
+ncuentro transdisciplinar Emociones en la plaza y en la pantalla
consolidar y aumentar los poderes de esas su*%etividades individuales, sin em*argo, es
necesario un paso ulterior( Los movimientos, en e,ecto, ya proporcionan una serie de
principios constitucionales /ue pueden ser la *ase para un proceso constituyente( Jno de
los elementos más radicales y de largo alcance de este ciclo de movimientos, por e%emplo,
ha sido el rechazo al esta*lecimiento de representantes del movimiento, de un leader, de
unos nom*res y apellidos, de un logo, solamente se reconocen como legítimos cronotopos
como L51, L2m5m, L5M, Ltomalaplaza, Lspanishrevolution, etc( De la misma manera
en /ue el ?nico rostro /ue sim*oliza el movimiento en las plazas, es la máscara de \ de
\endetta( Hinguna representaci+n al estilo clásico, sino todo lo contrario6 la construcci+n de
es/uemas totalmente horizontales de participaci+n democrática en el espacio p?*lico(
7sam*leas y redes online caracterizan esta participaci+n directa, deli*eraci+n a*ierta y,
so*re todo, horizontalidad (#errugoría y $e%erina, 20&'( )eg?n )itrin (200<', la
horizontalidad es una relaci+n social /ue implica estar en el mismo nivel para comunicar y
una democracia directa sin %erar/uías y autoritarismo(
El su%eto /ue ocupa es situado, poli,+nico y procom?n (1edina, 202' en m?ltiples
perspectivas y voces, a través de una responsa*ilidad colectiva( De la misma manera, /ue
una cuenta de $Ditter se asuma a la poli,onía /ue compone el hashtag( La agencia de la
responsa*ilidad act?a como una -en,ermedad. emocional, por e%emplo la responsa*ilidad del
silencio o de la inactividad( La agencia se convierte en una emoci+n, poder hacer algo para
cam*iar el sistema, una emoci+n de empoderamiento colectivo (Langman, 20&'( #or esta
raz+n, la resistencia /ue se inicia desde casa, tam*ién permite a los su%etos precarios de%ar
sus so,ás y e4presar este malestar socialmente en la plaza(
Entra las m?ltiples emociones /ue caracterizan este movimiento (Laraña y Díez,
202, 20&! >elli, 20&! #erugorría y $e%erina, 20&', hay una en particular /ue nos hace
re,le4ionar6 la con,ianza( Jna negociaci+n entre otros, /ue se construye de la misma manera
/ue se construyen las demás emociones( Ho e4iste una de,inici+n a priori de esta con,ianza
en nuestras relaciones cotidianas, sino /ue cada vez se compone por elementos di,erentes(
Lazos sociales /ue no entendemos muy *ien c+mo ,uncionan (>roncano, 20&', pero /ue
parece ser el elemento principal para /ue haya cohesi+n, tanto en el orden social, como en
el orden interno de un movimiento como el 51( En el caso de estos movimientos, es central
la con,ianza en el Mtro, en su actuaci+n positiva por el *ien com?n, para una democracia
real( "reer y con,iar en el Mtro, como ciudadano, para contrarrestar la pérdida de con,ianza
de estos mismos ciudadanos en las instituciones y los go*iernos( #or esta raz+n, emergen
movimientos de este tipo, /ue no tiene solamente /ue ver con la crisis econ+mica, sino con
aspectos más pro,undos de la realidad social como el malestar social, la pérdida de
con,ianza o la brecha simb&lica /ue e4iste 8entre los sistemas de legalidad y legitimidad /ue
verte*ran el orden social9 (Laraña y Díez, 2026 &'(
Los casos de corrupci+n y de connivencia entre políticos y grupos plutocráticos o la
/uie*ra del principio de responsa*ilidad entre go*ernantes y go*ernados impulsan la
pérdida de con,ianza de los ciudadanos en los partidos políticos y en la clase política, un
aspecto /ue parece mani,iesto en las movilizaciones de indignados del 51 (T*id('
<
( En esta
misma línea, >roncano (20&' e4plica /ue los *ancos, en los /ue la gente con,ia*a de%ando
sus ganancias han destruido esta relaci+n de con,ianza, y de esta manera otras tantas
instituciones6 a un economista le con,iaremos nuestros ahorros, pero nunca nuestras vidas(
6
Este ,en+meno, no o*stante, empez+ a producirse hace más de &0 años en países con una larga
tradici+n democrática como Estados Jnidos (ClacBs 22@! Laraña 222! Laraña y Díez, 2026 25'(
,3
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
Esta ola de indignaci+n está ,uertemente in,luenciada por esta pérdida de con,ianza
en las instituciones( 7sí a nivel político la /uie*ra de la con,ianza deriva en una /uie*ra de la
representaci+n política y en la demanda (y la práctica activa' de ,ormas de democracia más
participativas y directas( #or esta raz+n el cronotopo 51 se caracteriza por ocupar
congresos, plazas de ayuntamientos, edi,icios gu*ernamentales( Lugares /ue sim*olizan
instituciones en las /ue se ha perdido esta con,ianza y /ue por esta raz+n se ocupan(
1ucha gente empez+ a sentirse ,rustrada y en,adada con estas instituciones, por/ue
perdieron la con,ianza /ue antes le tenían( Las personas /ue se %untan en #uerta del )ol o
en cual/uier otra plaza, con,ían en /ue la voluntad de estas personas se impondrá, /ue
serán valientes para contrarrestar las causas, los azares y los miedos (>roncano, 20&'( Es
decir /ue cuando las cosas se ponen ,eas, podrás contar en esta --multitud.., la sociedad civil
en términos sociol+gicos( La con,ianza, es esta emoci+n /ue no se encuentran en los
*ancos, ni en los políticos, pero si en las plazas del mundo( Las situaciones de crisis
provocan en los a,ectados esta necesidad de compartir emociones (Zasper, 22;', esta
negociaci+n, movilizaci+n y visi*ilidad de emociones( Jna multitud /ue aun/ue -no se siente
como en casa. (\irno, 200@', esta*lece vínculos a,ectivos con /uien comparte el mismo
espacio ocupado(
)iguiendo una vía de pensamiento análoga, 1a4 Ae*er hace más de un siglo
situa*a la lealtad a los poderosos en la *ase de las ,ormas legítimas de dominaci+n, /ue
%unto con el miedo constituían un campo magnético con el cual dar ,orma a la o*ediencia
(Clam6 20056 2'( Hosotros, introducimos un matiz importante y trasmutamos la lealtad por la
con,ianza, pero a,irmamos /ue la pérdida de con,ianza en las instituciones está en la *ase
de la /uie*ra de legitimidad del orden democrático moderno y en los poderosos sentimientos
de indignaci+n /ue mueven a la acci+n a los indignados( En ese momento, surge una nueva
emoci+n, la esperanza de construir nuevos espacios de con,ianza desde la propia sociedad
civil(
Un estudio de caso: música y emociones en la ocupación de espacios fsicos y
no!fsicos
En 1ayo de 20&, durante las actividades de cele*raci+n del segundo aniversario del 51
en 1adrid, tuvimos la oportunidad de o*servar en directo a la Mr/uesta )ol,onica
(G)ol,onica', uno de los grupos más activos del movimiento desde sus inicios
;
( En su
acci+n del 2 de 1ayo en #uerta del )ol interpretaron diversas canciones de las muchas
/ue incluye su repertorio, algunas de ellas coplas muy populares en los años &0 y cuyas
letras, por a/uel entonces, incluían te4tos del poeta Cederico Uarcía Lorca6 8=orongo9 y 8Los
cuatro muleros9( Jnos pocos años más tarde la melodía de una de estas canciones, 8Los
cuatro muleros9, se convirti+ en un sím*olo de la De,ensa de 1adrid durante la Uuerra "ivil,
mediante la incorporaci+n de una nueva letra y un nuevo título6 8#uente de los ,ranceses9
3
(
7
http6EEsol,onica(Dordpress(comEa*out
8
Desde Zulio de 2&< hasta 1arzo de 2&2, la ciudad de 1adrid ,ue leal al Uo*ierno de la :ep?*lica
y ,ue atacada y posteriormente asediada por las tropas del E%ército Hacional comandado por el
Ueneral Crancisco Cranco( 7 pesar de los con,lictos y disputas entre ,acciones ideol+gicas durante el
asedio, la ciudad resisti+ a lo largo de estos años los ata/ues y *om*ardeos del *ando nacional( La
letra de esta canci+n llama*a a resistir los ata/ues y *om*ardeos de las tropas Hacionales6 8Puente
de los franceses '( times)* mamita m+a, nadie te pasa, nadie te pasa, Porque los madrile-os '(
times)* .qu/ bien te guardan0, .qu/ bien te guardan0 123 4adrid, .qu/ bien resistes0 '( times)* mamita
,4
!M"#" $imone %elli & Rub'n (íe) *arcía
+ncuentro transdisciplinar Emociones en la plaza y en la pantalla
7simismo, )ol,onica incluye en su repertorio musical numerosísimos temas6 desde
o*ras de \erdi, >eethoven o >ach, hasta una tradicional =arzuela o canciones típicas de las
madrileñas ,iestas de )an Isidro( #ero )ol,onica no solo interpreta temas de corte
tradicional, en algunos casos versionados mediante la incorporaci+n de nuevas letras /ue
dan cuenta de las demandas y de los rasgos /ue caracterizan a su identidad colectiva
2
, sino
/ue tam*ién incluye canciones de la cultura pop
0
(
"ig# 1 ! 7ctuaci+n de )ol,onica en #uerta del )ol( 5 de
Mctu*re, 20

Jna de las interpretaciones más impactantes llevada a ca*o por miem*ros de
)ol,onica tuvo lugar durante el desarrollo de una flashmob en una o,icina de empleo de
1adrid( Este acto de ocupaci+n musical del espacio racional0*urocrático de la
7dministraci+n #?*lica ,ue promovido por el programa de radio 8"arne "ruda 2(09
2
( El tema
/ue interpretaron, 8Pere comes the sun9 de los >eatles, es en el plano sim*+lico una
impresionante llamada a la esperanza para los millones de desempleados de este país,
acuciados por la ,alta de tra*a%o, pero más si ca*e por la merma de su con,ianza re,erida
anteriormente( )in em*argo, por tratarse de una flashmob esta actuaci+n de )ol,onica, a
di,erencia de otras per,ormances en espacios ,ísicos ocupados, tuvo lugar es un espacio
carente de --multitud.. y no0,ísico, la señal de la radio( La di,usi+n de esta performance, co*ra
m+a, .los bombardeos0, .los bombardeos0, 5e las bombas se r+en '( times)* mamita m+a, .los
madrile-os0, .los madrile-os09 (http6EEyoutu(*eEuDiVV#cdn0s'(
9
En la versi+n de )ol,+nica de 8Los cuatro muleros9, o 8#uente de los Cranceses9 en su versi+n
repu*licana, los estri*illos hacer re,erencia a la #uerta del )ol o los indignados6 85e 6a Puerta del 7ol
'( times)* mamita m+a, .nadie se marcha0, .nadie se marcha0, .6as gentes indignadas0 '( times)*
mamita m+a, .qu/ bien te guardan0, .qu/ bien te guardan0 123 4adrid .qu/ bien resistes0 '( times)*
mamita m+a, .tanto saqueo0, tanto saqueo0, .Con recortes aguantas0 '( times)* ciudadan+a, .y el agua
al cuello0, .y el agua al cuello09 (http6EEyoutu( be/WfcuZJF1R9Y).
10
Mtros temas incluidos en su repertorio son canciones como 8"anto a la li*ertad9 de Zose 7ntonio
La*ordeta o 8L.Estaca9 de Lluis Llach( Estas canciones, como otras canciones protesta /ue canta*an
a la li*ertad y demanda*an el ,inal de la Dictadura del Ueneral Crancisco Cranco, ,ueron muy
populares durante la $ransici+n española( En estos casos, las letras originales no han sido adaptadas
por )ol,onica(
11
http6EEDDD(%o,z*log(comE20E0Epuerta0del0sol0madrid(html (Cotogra,ía6 Zuan Zosé Cernandez'(
12
http6EEes(DiBipedia(orgEDiBiE"arneFcrudaF(programaFdeFradio'
,5
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
sentido a través de su di,usi+n en medios digitales y su visualizaci+n a través de la pantalla,
poniendo de mani,iesto las sinergias entre emociones o,,0line y on0line
&
(
En un plano di,erente, otra de las o*ras incluidas en su repertorio y /ue si incorpora o
adapta las letras de la original, ,orma parte del musical Les 1is[ra*les( Este musical está
*asado en la novela del mismo nom*re escrita por \ictor Pugo y am*ientada en #arís en el
marco de las revoluciones li*erales /ue tuvieron lugar en torno al periodo revolucionario de
3&0( La versi+n de 8La canci+n del pue*lo9 /ue interpreta )ol,onica mantiene parte de la
esencia de la letra del musical representado en España, pero incluye ,ragmentos nuevos(
El tema original del musical, en clara re,erencia a los valores revolucionarios de
li*ertad característicos de a/uella época, teatraliza una emotiva llamada a las *arricadas y a
la lucha contra la esclavitud /ue sim*oliza*a el intento de restauraci+n de la 1onar/uía y de
los valores a*solutistas en Europa(
8Canta el pueblo su canci&n, nada la puede detener, 9sta es la m:sica del pueblo y
no se de;a someter, 7i al latir tu cora<&n oyes el eco del tambor es que el futuro nacer=
cuando salga el sol, >?e unir=s a nuestra causa@ .Aen y lucha ;unto a m+0 ?ras esta
barricada hay un ma-ana que vivir, 7i somos esclavos o libres depende de ti, Aen dispuesto
a combatir, hay una lucha que ganar, 4uchos hoy van a morir, >9st=s dispuesto a derramar
tu sangre en las calles de Brancia por la 6ibertad@C (http6EEDDD(losmisera*les(es '
La versi+n de )ol,+nica, al igual /ue el original interpretado en los teatros, mantiene
el tono emocional pero de una ,orma muy di,erente( )in re,erencias a la acci+n violenta o a
elementos como la esclavitud, el te4to /ue acompaña la melodía /ue interpretan los m?sicos
del 51 es una llamada a la acci+n, a la dignidad, a la unidad y al cam*io( #ero tam*ién a la
esperanza como una -contra0emoci+n. (Clam, 2005' /ue permite contrarrestar y en,rentarse
con el miedo (I*id(' y la descon,ianza, autenticas emociones cimentadoras del estado de
crisis social y emocional en el /ue la ciudadanía se halla inmersa(
Cuando el pueblo al<a su vo<, nadie lo puede detener, >sientes la fuer<a de su canto
que no habr=n de someter@ Oye fuerte en tu interior, c&mo resuena cual tambor, es la
certe<a de un ma-ana en que saldr= el sol, Depresi&n, violencia o miedo, no nos han de
amedrentar, Eam=s la cobard+a, dio a alg:n pueblo dignidad, Fo quiero otro mundo >te unes
conmigo a luchar@ (http6EEsol,onica(Dordpress(comEcancion0del0pue*lo'
Este aspecto in,orma so*re un proceso de liberaci&n emocional respecto de la lealtad
a instituciones y organizaciones (I*id(6 &0&2', /ue se ha visto mermada por la pérdida de
con,ianza de los ciudadanos en estas( En este sentido, las acampadas, las asam*leas en
plazas y *arrios, y los di,erentes encuentros, visi*les o latentes (1elucci, 232', de los
activistas y simpatizantes -occupy., además de constituir un e%ercicio de re,le4ividad social
(Uaus,ield, 22@', re,uerzan los procesos de li*eraci+n cognitiva y emocional /ue impulsan
el cam*io social ($ouraine, 225 y Clam, 2005, en #erugorría y $e%erina, 20&'(
Las actuaciones de )ol,+nica en las acciones de protesta y mani,estaciones de los
grupos a,ines al movimiento 51 van más allá de la mera e4posici+n de demandas o del
acompañamiento musical a los participantes en las acciones( Las emociones y la creatividad
/ue emanan de la m?sica ,acilitan la cone4i+n emocional y re,uerzan la identidad colectiva
de los activistas y simpatizantes /ue en un determinado momento ocupan un espacio ,ísico
como ,orma de protesta, pero tam*ién el espacio no0,ísico, a través de su di,usi+n en los
medios digitales( Jn elemento /ue siguiendo el es/uema del cronotopo de >aBhtin desvela
la creaci+n de una identidad colectiva de indignaci+n glo*al mediante la ocupaci+n de
13
Este video en Voutu*e ha alcanzado casi (500(000 reproducciones6 http6EEyoutu(*eEB);02=y=FVJ
,6
!M"#" $imone %elli & Rub'n (íe) *arcía
+ncuentro transdisciplinar Emociones en la plaza y en la pantalla
di,erentes espacios y tiempos, ,ísicos y no ,ísicos, en este caso, digitales6 #uerta del )ol en
Mctu*re de 20 (Cig( ' y #laza $aBsim en Zunio de 20& (Cig( 2, & y @'(
"ig# $ ! $Deet de G)ol,onica, < de %unio de 20&
@
"igs# % y & ! $Deets so*re actuaciones de m?sica clásica en L$aBsim, %unio020&
5
En su ?ltimo proyecto, )ol,onica ha cola*orado con algunos grupos del 51,
asam*leas y activistas para poner en marcha la ]pera >u,a 8El crep?sculo del ladrillo9
<
(
Esta o*ra parodia la *ur*u%a inmo*iliaria en España y denuncia la connivencia entre políticos
y grupos plutocráticos (Laraña y Díez, 202a', así como su responsa*ilidad en la actual
14
https6EEtDitter(comEsol,onicaEstatusE&@255&5;0<0&2&<
15
https6EEtDitter(comEzeynepFerdimEstatusE&@2@52;;22025@&&<
https6EEtDitter(comE#unto)olEstatusE&@;225;235@@2;;
16
http6EEyoutu(*eEQIm@dFc>F7
,7
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
crisis( 7simismo, critica las medidas implantadas por el Uo*ierno de España en connivencia
con la Jni+n Europea y sus -técnicos., /ue son tam*ién identi,icados como los responsa*les
se la actual situaci+n
;
(
Esta +pera *u,a contiene una importante carga emocional y creativa /ue pocos
activistas, simpatizantes y ciudadanos pudieron e4perimentar en el espacio ,ísico del "entro
)ocial de $a*acalera 1adrid( )in em*argo, los activistas y simpatizantes del movimiento
51 se han hecho eco de la misma a través de redes como $Ditter, y dicha carga es
suscepti*le de ser e4perimentada en el espacio digital por activistas y simpatizantes /ue no
tuvieron la oportunidad de asistir a la representaci+n de $a*acalera(
"ig# 5 ' $Deet so*re 8El crep?sculo del ladrillo9, 2 de mayo
de 20&
3
7simismo, uno de los *logs de alcance internacional
2
, al /ue hemos accedido a
través del hashtag Lcrepusculodelladrillo, se hace eco de esta +pera *u,a y de%a dos
párra,os para el análisis /ue resaltamos a/uí, por su relaci+n con la idea del cronotopo del
)iglo ^^I6
17
La representaci+n concluye con la interpretaci+n del poema 8\ientos del pue*lo me llevan9
(http6EEDDD(poesi(asEmh&<020(htm', del poeta 1iguel Pernández, arrestado y encarcelado en
diversas ocasiones por su apoy+ a la :epu*lica, hasta /ue en 2@2 muri+ de tu*erculosis en prisi+n(
18
https6EEtDitter(comEasam*lea7U=EstatusE&&<2&3505&0223@3
19
http6EEspanishrevolution(Dordpress(comE20&E05E20EtDilight0o,0the0*ricB s
,8
!M"#" $imone %elli & Rub'n (íe) *arcía
+ncuentro transdisciplinar Emociones en la plaza y en la pantalla
4adrid, 4ay !
5ear people,
?he Gelgian uprising against the 5utch started in a theatre in $(H, ?hree decades
later, the Italians were roused by AerdiIs operas to throw off the yoke of the Justrians, ?oday,
after an ama<ing performance, it was once again from a theatrical stage that people were
invited to rise up 123
Bor me, who had the privilege to have been there in those days, it was a wonderful
d/;a vu, Kot ;ust to see stage pieces painted with the clock tower of Puerta del 7ol and the
crowded square, but also the cardboard reproductions of the most symbolic slogans and
banners, 4ost famously, the enormous image of Leinrich Limmler with 4ickey 4ouse ears
and a euro logo on his forehead, which dominated the occupied square for weeks, Jrt was
evanescent in the Jcampada 7ol, and to find it reproduced was a testimony to its value,
"ig# ( ! Coto y tDeet so*re 8El crep?sculo del ladrillo9, 2 y 22 de mayo de 20&
20
Algunas conclusiones: esto aca)a de empe*ar +
>auman (200<' sostiene /ue las emociones son varia*les y traviesas, pierden ímpetu con
gran rapidez, tienden a ser desviadas del o*%etivo inicial a la más mínima distracci+n( La
ra*ia es como la sed, aca*a siempre por saciarse( $am*ién entiende /ue las emociones son
20
http6EEspanishrevolution(,iles(Dordpress(comE20&E05E&05200(%pg
https6EEtDitter(comEsol,onicaEstatusE&&;2<@5<&<3@;3203
49
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
notoriamente veleidosas, pueden cam*iar por completo( Las muchedum*res /ue se ,orman
para linchar a alguien no son ,ia*les! a veces pueden sentirse conmovidas por la pena(
Igualmente la -multitud. /ue e4presa su malestar en las plazas de medio mundo, aca*a de
cansarse y de sentirse impotente en,rentándose a las instituciones( Las emociones son
m?ltiples y ha*lan con voces di,erentes y, a menudo, discordantes, y es por este motivo /ue
1a4 Ae*er en su o*ra más conocida La _tica #rotestante y el Espíritu del "apitalismo
(20&', menciona la raz+n como elemento ,undamental para la *uena so*revivencia de la
sociedad, por/ue la raz+n, a di,erencia de las emociones, es una y tiene un ?nica voz
2
(
#or/ue las emociones son una performance continua, cada intento de repetirlas está
destinado a ,racasar( De esta manera, >auman cae en la trampa de la apo,enia
simpli,icando el movimiento como con%unto de emociones donde no es posi*le construir
nada solido( Es la misma trampa en /ue caen tam*ién numerosos estudios /ue utilizan
elementos cuantitativos para e4plicar el movimiento( >auman dice /ue todo son emociones,
e investigaciones cuantitativas realizadas a través so,tDare creados ad hoc para el estudio
de estas plata,ormas digitales (por e%emplo, $opsy(com' insisten en /ue todos son datos,
ci,ras y razones( 7po,enia por/ue se intenta e4plicar algo simplemente teniendo en cuenta
de una similitud y dar sentido a algo /ue resulta más comple%o e interesante /ue no un mero
mapa de uno de los dos mundos( Las am*igKedades de estos espacios ocupados son
m?ltiples, entre lo ,ísico y no0,ísico, entre lo privado y lo p?*lico, y entre lo indignado y lo
,amiliar ()ennett, 20&'( "on el cronotopo /ue hemos propuesto y el análisis de )ol,onica en
el interior de las prácticas -Loccupy. de los movimientos indignados estamos %usto en el
medio de estos dos mundos, en el entremedio, es decir el espacio donde se construye la
e4cepcionalidad de este movimiento( "omo el cronotopo, este movimiento se entremezcla
en los dos mundos, ni es solamente ,ísico ni puramente no0,ísico, sino am*os( Emociones
como vimos en este te4to, hay, pero no son los ?nicos elementos /ue constituyen el
movimiento( Las emociones tienen /ue estar acompañadas por otros elementos (razones
para la acci+n, creatividad, resistencia, organizaci+n, etc('( $homas Pirschorn, en su
e4hi*ici+n en la >ienal de \enecia del 20, trivializa el modelo de la acampada, y la hace
universal, análoga a las demás acampadas e4pandidas en todo el mundo( Jna trivializaci+n
/ue nace de la resistencia a un poder constituido a priori, y es un con,licto entre la
creatividad y la destrucci+n de algo /ue ya e4iste( Jna zona de con,licto y de resistencia
ciudadana(
:epensar el cronotopo es repensar estos espacios ocupados en un conte4to espacio0
temporal mucho más amplio (hist+rico e internacional', reconstruir la in,raestructura
gu*ernamental, o su representaci+n ciudadana( Jna trans,ormaci+n precaria del espacio
21
Ho o*stante, hay /ue destacar /ue la acci+n social seg?n Ae*er (2@@' responde a di,erentes
tipos de racionalidad( La acci+n social es 8una acci+n en donde el sentido mentado por su su%eto o
su%etos está re,erido a la conducta de otros, orientándose por esta en su desarrollo `ab La acci+n
social (incluyendo tolerancia u omisi+n' se orienta por las acciones de los otros, los cuales pueden ser
pasadas, presentes o esperadas como ,uturas9( Ae*er indag+ las posi*les racionalidades
su*yacentes a esta acci+n social( La -racionalidad con arreglo a ,ines. o instrumental opera con las
simples categorías de la adecuaci+n de los medios a los ,ines apetecidos y verosímilmente
consegui*les( La -racionalidad con arreglo a valores. está determinada por la creencia consciente en
el valor propio y a*soluto de una determinada conducta, sin relaci+n alguna con el resultado( 7dmite,
por tanto, la coe4istencia de diversas racionalidades alternativas6 la acci+n social no puede
entenderse siempre de ,orma estrictamente racionalista( 7mpli+ el ám*ito de la )ociología
adentrándose en conductas y tendencias dominadas por la tradici+n y lo valorativo6 costum*res
arraigadas o acciones en virtud de sentimientos6 tristeza, ,elicidad, c+lera, pánico(
!0
!M"#" $imone %elli & Rub'n (íe) *arcía
+ncuentro transdisciplinar Emociones en la plaza y en la pantalla
p?*lico como nueva ciudad, un e%emplo e4tremo de desorden y organizaci+n entre un
espacio ,ísico y otro no0,ísico( #or esta raz+n, /ueremos seguir tra*a%ando en la ela*oraci+n
de este cronotopo a través del análisis de otros espacios ocupados, por/ue pensamos /ue
una magní,ica manera de comprender estas dinámicas es la de acercarnos a ellas a través
de la concepci+n y apro4imaciones /ue a/uí proponemos( 7nimamos a investigadores /ue
se encuentran en estos conte4tos, a intentar crear, desarrollar y replantear herramientas
innovadoras para poder estudiar conte4tos innovadores(
,eferencias )i)liográficas
>7QP$IH, 1( 1( (2&;'( Borms of ?ime and of the Chronotope in the Kovel6 Kotes toward a
Listorical Poetics( $he Dialogic Imagination6 Cour Essays( $rans( 1( Pol/uist and "aryl
Emerson( 7ustin6 J o, $e4as( 3@0253(
>7J17H, =( (200<'( Li/uid ,ear( "am*ridge6 #olity #ress(
>ELLI, )( (20&'( 8Ahat is LoccupymainstreamN9( Caracteres: estudios culturales y cr+ticos
de la esfera digital, vol( 2, nc ( 7ccesi*le on0line6 http6EErevistacaracteres(netEDp0
contentEuploadsE20&E05E"aracteresvol2nmayo20&0occupy(pd,
>ELLI, )(, UTL, 7( (20'( 6lorar delante de una pantalla plana, 9mociones compartidas en
un locutorio( >arataria, 2, &;050(
>ELLI, )(, P7::_, :(, TdIUJE=, L( (2002'( eEmociones en la tecnociencia6 la per,ormance
de la velocidade( Prisma 7ocial, &, 0@( 7ccesi*le on0line6
http6EEDDD(isd,undacion(orgEpu*licacionesErevistaEnumerosE&EtematicaE&0tecnociencia(html
>EH)QI, $( (2005'( 8>reaching Events and the Emotional :eactions o, the #u*lic( Aomen in
Israel9, en Emotions and )ocial 1ovements, P( Clam, y D( Qing (eds', London, :outledge(
>:MH"7HM, C( (20&'( "uestiones de con,ianza( Entrada del >log 8El la*erinto de la
Identidad9, <E0<E20&( 7ccesi*le on0line6
http6EEla*erintodelaidentidad(*logspot(com(esE20&E0<Ecuestiones0de0con,ianza(html
"7)$ELL), 1( (200'( "omunicaci+n y poder( 1adrid( 7lianza(
00000000000000000 (202'( HetDorBs o, outrage and hope( )ocial movements in the Internet 7ge(
#olity #ress( "am*ridge(
"I"MJ:EL, 7( (2<@'( 9l m/todo y la medida en sociolog+a( Editora Hacional, 1adrid(
Mriginally pu*lished in English, 1ethod and 1easurement in )ociology(
"MH:7D, Q( (253'( Die *eginnende )chizophrenie( \ersuch einer Uestaltanalyse des
Aahns( )tuttgart6 Ueorg $hieme \erlag(
DTE=, :( (20&'( 8Does the )panish 51 have an ideologyN Issues o, method and
measurement9, Dithout pu*lish(
DE A77L, C( (200<'( #rimates and #hilosophers( PoD 1orality Evolved( #rinceton, HZ6
#rinceton Jniversity #ress, 200<,
!1
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
EVE:17H, :( (2005'( 8PoD )ocial 1ovements 1ove9, en Emotions and )ocial 1ovements,
P( Clam, y D( Qing (eds', London, :outledge(
CL71, P( (2005'( fEmotions. map6 a research agendaf, en Emotions and )ocial 1ovements,
P( Clam, y D( Qing (eds', London, :outledge(
CMJ"7JL$, 1( (2<<'( Las pala*ras y las cosas( 1é4ico, D(C(6 )iglo ^^I(
CMJ"7JL$, 1( (233'( #olitics, #hilosophy, "ulture6 IntervieDs and Mther Aritings, 2;;0
23@, LaDrence D( Qritzman (ed(', :outledge, HeD VorB(
UJ)CIELD, Zoseph( 22@( f$he re,le4ivity o, social movements6 "ollective >ehavior and
1ass )ociety :evisitedf, in HeD )ocial 1ovements( Crom ideology to Identity, Enri/ue
Laraña, PanB Zohnston and Zoseph Uus,ield (eds(', #hiladelphia, $emple Jniversity #ress(
PIHE, "h( (200@'6 Etnogra,ía \irtual( >arcelona( JM", Huevas $ecnologías g )ociedad(
PMLSJI)$, 1( (2002'( Dialogism6 >aBhtin and his Dorld( :outledge(
Z7)#E:, Z( (22;'( $he 7rt o, 1oral #rotest( "hicago6 Jniversity o, "hicago #ress(
http6EEd4(doi(orgE0(;203EchicagoE2;3022<&2@2<(00(000
Z7V, 1( (200;a'( M%os a*atidos( 1adrid6 7Bal(
Z7V, 1( (200;*'( fR#arresía visualN Coucault y la verdad de la mirada(f 9studios visuales:
9nsayo, teor+a y cr+tica de la cultura visual y el arte contempor=neo, @, ;022(
QM=IHE$), :( (200'6 Hetnography6 doing ethnographic research online, London, )age(
L7HU17H, L( (20&'( Mccupy6 7 neD neD social movement( Current 7ociology, 0 (0' 05(
http6EEd4(doi(orgE0(;;E00&22&@;2;@2
L7:7H7, E( y DTE=, :( (202a'6 8Las raíces del movimiento 501( Mrden social e
indignaci+n moral9( Devista 9spa-ola del ?ercer 7ector, nc 20, pp6 050@@( 7ccesi*le on0
line6 http6EEDDD(,undacionluisvives(orgEretsE20EarticulosE3&32Einde4
0000000000000000000000 (202*'6 8El aniversario de un movimiento internacional( "ontinuidad y
poder de persuasi+n colectiva del 5019, en "risis y cam*ios en la sociedad
contemporánea6 "omunicaci+n y pro*lemas sociales, 1h Dolores "áceres y 7ntonio Lucas
(eds(', Cragua6 1adrid(
1EDIH7, Z( (202'( $he Epistemology o, :esistance6 Uender and :acial Mppression,
Epistemic In%ustice, and the )ocial Imagination( MJ# J)7(
1ELJ""I, 7( (232'6 Homads o, the #resent( $emple Jniversity #ress6 #hiladelphia(
0000000000000000 (225'6 8$he process o, collective identity9 in )ocial 1ovements and "ulture,
QL7HDE:17H), >( and ZMPH)$MH, P( (eds(', Jniversity o, 1innesota #ress6 1inneapolis(
#E:JUM::T7, Ignacia and $EZE:IH7, >en%amín (20&'6 8#olitics o, the encounter6
"ognition, emotions, and netDorBs in the )panish 519( Current 7ociology, 7pril 20&(
7vaila*le on0line6
http6EEcsi(sagepu*(comEcontentEearlyE20&E0@E<E00&22&@;2;@&(a*stract
:7H"Ii:E, Zac/ues (2000'( Le #artage du sensi*le( #aris6 La Ca*ri/ue(
!2
!M"#" $imone %elli & Rub'n (íe) *arcía
+ncuentro transdisciplinar Emociones en la plaza y en la pantalla
:I\E:M, 7( y DEL #7L7"IM, Z( (20'( 8La política de la indignaci+n y la crisis de la
socialdemocracia9( Cuadernos de Pensamiento Pol+tico, nc( & (ZulioE)eptiem*re 20', pp(
<5033(
)7:$:E, Z#( (2@&'( El ser y la nada( >uenos 7ires6 Losada, 200<(
)EHHE$$, :( (202'( $he Mccupy movements have dramatised /uestions a*out pu*lic
space6 Dho oDns itN 7nd Dho can use itN( Gritish Politics and Policy at 679(
)I$:IH, 1( (200<'( Porizontalism( MaBland, "76 7Q #ress(
\I:HM, #( (200@'( 7 Urammar o, the 1ultitude6 Cor an 7nalysis ,o "ontemporary Corms o,
Li,e( Cirst J) edition( )emiote4t(e'
AE>E:, 1( (20& (200&''( La _tica protestante y el espíritu del capitalismo( >uenos 7ires6
Condo de "ultura Economica(
00000000000000 (2@@'6 Economía y sociedad( Condo de "ultura Econ+mica( 1é4ico(
!3
Producción
audiovisual en torno
al 15M y cultura libre:
revueltas 2.0.
La producción de video en internet vinculada con la reciente
ola de protestas postprimavera árabe1 ofrece modelos
alternativos de producción y distribución del audiovisual,
distintos a los comerciales. Estas formas de producción y
distribución –autoría colectiva o anónima, uso de licencias
copyleft, visualización libre– aunque no son totalmente
novedosas, sí han vivido una eplosión masiva en a!os
recientes. "anto estos ras#os como la propia est$tica de los
vídeos %%el colla#e o la apropiación de materiales%% son
constitutivos esenciales de su compromiso político. &or otra
parte, los dispositivos que permiten retransmitir en vivo o subir
fotos y vídeos desde el mismo lu#ar donde suceden los
acontecimientos han cambiado la temporalidad de la
contrainformación y han convertido la inmediatez en
herramienta de sub'etivación. La misma idea de información se
desborda en la red hasta la misma creación de identidad y
#enera un espacio nuevo de adscripción y participación..
Nuria Vila Alabao
Periodista
15MP2P Núria Vila Alabao
Encuentro transdisciplinar Videoactivismo 2. 0.
Introducción
El 15 de octubre de 2011 asistimos a lo que probablemente ha sido la mayor movilización
mundial simultánea de la historia. En cientos de ciudades, miles, quizás millones de
personas salieron a la calle con un mensaje lobal! somos el ""# e$cluido de la toma de
decisiones y estamos contra el mandato de los mercados
1
. Este ha sido un hito más dentro
de una cadena de movilizaciones que, con di%erentes conte$tos y e$presiones pero
compartiendo rasos comunes, se ha producido primero en los pa&ses del 'editerráneo y de
ah& ha contaiado a otros continentes hasta alcanzar Wall Street.
(compa)ando a estos movimientos, miles de v&deos se han producido en todo el
mundo para in%ormar, denunciar, retratar, convocar a mani%estaciones o movilizar adhesión.
*as redes sociales están viviendo una aut+ntica e$plosión ,con producciones de alt&sima
calidad en muchos casos, que demuestran que el lucro no es el -nico motor del mundo. .
desde lueo, no lo -nico que impulsa a los realizadores y productores culturales. Estos
trabajos nos ense)an que es posible %ilmar y producir por %uera del sistema industrial y que
la distribución ya está dejando de ser el principal problema de las producciones alternativas.
*a red no es más el %uturo sino el presente y a medida que alcance aquellos luares y
sectores sociales e$cluidos que todav&a permanecen desconectados será la principal
manera a trav+s de la cual consumamos audiovisual.
/esde lueo, el %enómeno no es nuevo. El videoactivismo contemporáneo a trav+s de
la red tiene un precedente cercano en lo que se llamó el 'ovimiento 0lobal o
(ntilobalización que se produjo desde mediados de los a)os 1""0 al calor de la oposición
que provocaron las cumbres de los oranismos internacionales del obierno económico
mundial ,1ondo 'onetario 2nternacional, 3anco 'undial, 04,. Eran los tiempos del primer
peer to peer y las videotecas on5line como (rchive.or. En ese conte$to, nacieron
e$periencias comunicativas como la zapatista y su 6uerrilla comunicativa7, los 8entros de
'edios de las contracumbres ,cuyas prácticas resuenan en el espacio que en 'adrid se
oriinó durante el 15', o incluso en las %ormas de trabajo de las comisiones audiovisuales,.
9ambi+n se creó en esos a)os 2ndymedia, un e$perimento in+dito de comunicación on5line ,
una páina de publicación libre y no moderada pensada para movimientos sociales con un
eje principal en la contrain%ormación, que se reprodujo desde Estados :nidos hasta Europa
y que constituyó un verdadero precedente de la publicación abierta y de los %oros de
comentarios cuando en la red esas prácticas resultaban verdaderamente sinulares.
2ndymedia 3arcelona siue e$istiendo, pero si tuvo un papel relevante durante los primeros
a)os del 2000, ahora con la evolución de las redes sociales podemos decir que la
contrain%ormación ha perdido relevancia como %unción comunicativa activista. ;o sólo ha
cambiado la red y nuestra %orma de consumir in%ormación a trav+s de ella ,las redes
sociales constituyen el mejor espacio contrain%ormativo hoy,, tambi+n podemos decir que el
15m ha hecho saltar el marco de interpretación dominante! hay más relatos discordantes
con el heemónico y en eneral más contestación. /iscursos o in%ormaciones que ahora
podemos leer o ver en medios de comunicación tradicionales, hace una d+cada sólo ten&an
di%usión en espacios <alternativos=. >or otra parte, la propia red está haciendo implosionar a
1 We are the 99% es un esloan lanzado por el movimiento Occupy Wall Street que ha devenido
lobal e$tendi+ndose su uso a pancartas de todo el mundo. *a %rase hace re%erencia a la
concentración de capital y de poder en manos del 1# de la población mientras que el ""# ser&an
los ciudadanos que están paando el precio de la crisis provocada por una minor&a en una
econom&a %inanciarizada.
55
UOC / IN3 edes! Mo"i#ientos $ %ecnopol&tica
Uni"ersitat Oberta de Catalun$a Internet Interdisciplinary Institute
los medios de comunicación tradicionales que tratan de capear la crisis intentando
parecerse y actuar como redes sociales y diversi%icando sus targets.
?especto a la producción audiovisual, en esos a)os del primer mediactivismo, la
capacidad de la red para di%undir v&deo ,sobre todo en tiempo real, y las tecnolo&as de
compresión disponibles, imposibilitaban una verdadera masi%icación de su consumo on5line.
>odemos decir que la ola actual de protestas se ha dado en un conte$to tecnolóico ideal
para la proli%eración de la producción de v&deos con pocos recursos y con posibilidad de un
amplio alcance, sobre todo a partir de la eclosión de la @eb 2.0. En al-n momento de la era
internet, parec&a que los medios de comunicación tradicionales iban a ser tambi+n
imprescindibles en la red como seleccionadores necesarios entre la sobreabundancia de
in%ormación. Ain embaro, las redes sociales ,la @eb 2.0, han enerado un nuevo sistema
de intermediación usuario a usuario basado en redes de a%inidad! pro%esionales, de
militancia o de amistad. Boy por hoy, ya vemos los v&deos que nos recomiendan nuestros
amios y conocidos sin necesidad de que hayan sido di%undidos por los medios de
comunicación tradicionales y con ci%ras de visionado mayores en alunas ocasiones.
9ambi+n la comunicación directa con los receptores o 6de productor a consumidor7,
acabará modi%icando las %ormas de %inanciación de las propuestas audiovisuales. (hora
mismo, e$periencias como el cro@d%undin ,en el que particulares apoyan económicamente
proyectos concretos en %ase de realización, apuntan hacia ah&.
2
C>or qu+ son tan importantes estos ejemplosD Ealter 3enjamin, en su ensayo de
1"FG El autor como productor, aconsejaba ver la tendencia pol&tica de una producción
cultural no esencialmente por cómo se posicionaba %rente a las relaciones de producción de
una +poca, sino por cómo estaba en ellas H3enjamin, 200GI. Es decir, por cómo contribu&a a
la trans%ormación de las relaciones de dominación en el camino hacia una nueva realidad
social ,comunista, en tiempos de 3enjamin,. >odr&amos decir por tanto, que estos trabajos
hallados en las redes, que circulan libremente y que están articulados con las protestas de
varias %ormas, en la medida en la que replantean las %ormas de producción y distribución, se
encuentran del lado de los que impulsan la trans%ormación de la sociedad. (l menos, del
lado de un cierto 6comunismo cultural7 que pretende la ampliación de los bienes comunes
disponibles y su libre acceso, ejes vertebradores de la 6cultura libre7.
Este hetero+neo movimiento social parte de una visión de la circulación cultural no
-nicamente basada en criterios mercantilistas, sino como derecho humano %undamental y
principio necesario para su mismo desarrollo ,toda creación parte de una cultura com-n
previa, H*essi, 200GI. >odemos decir que esta %iloso%&a está permeando la red. En la
actualidad, la mayor&a de producciones pol&ticas ,e incluso una ran parte de las que
aparentemente no lo son, apuestan por licencias libresJ es decir, por %ormas leales
inspiradas en la protección del so%t@are libre
F
que permiten compartir la obra con distintos
rados de libertad! permisos de uso, copia y redistribución, e incluso muchas veces,
posibilitan tambi+n su modi%icación. (demás, el uso de alunas de estas licencias, como las
Creative Commons
G
ahora son una opción alternativa al copyriht en las páinas de
2 K+anse propuestas como http!LL@@@.verMami.comL o http!LL@@@.oteo.or L >ara un análisis de
estas %ormas de %inanciación as& como sobre cine <colaborativo=, cine de <códio abierto= y otras
derivas contemporáneas de la producción audiovisual en la red, ver ?N20, (. H200"I. Cine en
conexión: producción industrial y social en la era cross-media. 3arcelona! :N8 >ress.
F Ae-n la de%inición de la 1ree Ao%@are 1oundation de ?ichard Atallman, uno de los creadores e
impulsores del so%t@are libre. http!LL@@@.nu.orLphilosophyL%ree5s@.es.html
4 http!LLcreativecommons.or
5'
15MP2P Núria Vila Alabao
Encuentro transdisciplinar Videoactivismo 2. 0.
visualización y subida de v&deos más populares. Esta apuesta es importante porque supone
un posicionamiento claro en la batalla que las industrias culturales llevan adelante contra la
circulación de la cultura as& como contra los creadores y usuarios que comparten en la redJ y
esto, debido a que ven amenazados sus modelos de neocio. Editoriales, discorá%icas,
randes productoras que ante la reducción de sus bene%icios y la perspectiva de la
inminente radical trans%ormación de su modelo de neocio están dando sus -ltimos
coletazos empujando leyes de derechos de autor más restrictivas y criminalizadoras que
directamente amenazan la libertad en la red y %uera de ella, as& como intentan restrinir la
posibilidad de acceso a los bienes comunes disponibles
5
.
?especto a los v&deos vinculados a estas protestas que circulan por internet,
podr&amos preuntarnos qu+ hay en ellos que apunte a las demandas de las mismas
movilizaciones y que nos oriente un poco por su composición y por las nuevas %ormas
distribuidas de colaboración que se han estado en las redes, tanto las distribuidas ,on5
line, como cara a cara, en esa ida y venida de la plaza a la red que produce un nuevo
espacio entre lo vivido y lo virtual. Ain ánimo de ser totalmente e$haustivo, en este análisis
se apuntan alunas ideas que parten de la visualización de materiales que circulan en la red
tras el 15'
O
. 'uchos de sus rasos ya aparec&an en el videoactivismo previo. Puizás lo
verdaderamente di%erente es que ahora estos rasos se han masi%icado ,a la vez que se
pre%iuran %enómenos nuevos, en lo que podr&amos llamar una <cultura popular de
oposición= a medida que el consumo de audiovisual por internet se hace más y más
importante. ?ecordemos que ya han pasado seis a)os desde el nacimiento del portal de
v&deo outu!e, un verdadero hito en lo que respecta a la visualización on5line
Q
.
1. El mayor medio de comunicación del mundo
*as herramientas tecnolóicas que ayudan en la coordinación del movimiento, tambi+n
apoyan las %unciones más habituales de la imaen activista! las de in%ormación,
contrain%ormación y denuncia. 8omo e$plican los editores del blo "adrilonia: #cada
persona somos un medio de comunicación y todos juntos somos el mayor medio de
5

El mejor ejemplo de la materialidad de estas luchas por la propiedad de lo inmaterial, o cómo se
comunican la protesta en la calle y en la red, podemos encontrarlo en las movilizaciones
espa)olas. Este movimiento se nombró como 15', por ser la %echa de una mani%estación masiva
que derivó en una inesperada toma de las plazas y que supuso el pistoletazo de salida. Esa
primera convocatoria no %ue realizada por ninuna oranización tradicional, sino que %ue apoyada
por varias plata%ormas que ven&an trabajando sobre todo en las redes sociales. Entre ellas, estaba
$olesvotes, que hab&a surido para plantarle cara a una nueva ley hecha a medida de los
intereses de las industrias culturales. Esta ley, conocida en Espa)a como *ey Ainde, permite
cerrar páinas @eb sin orden judicial, aquellas que comparten enlaces vinculados a materiales
proteidos por derechos de autor como las pel&culas. Be ah& la materialidad de las disputas por la
circulación de la cultura! una ley pro%undamente impopular entre los internautas provoca una ran
reacción en las redes que se movilizan para sumarse a otras protestas ya en marcha y que
acabaron desembocando en una espiral imparable de movilizaciones.
6 El visionado de trabajos producidos en la primavera árabe o Estados :nidos nos muestra unos
rasos comunes que evidencian un cierto contaio del repertorio de la protesta y de %ormas
e$presivas que se da, precisamente, a partir de la propia circulación de imáenes.
Q >ara una historia de youtube y un análisis de su impacto en la trans%ormación del rol del
consumidor ver Rarrett, 2010. .ou9ube! Nnline video and participatory culture. 8ontinuum, 2GH2I,
F2Q5FF0.
5(
UOC / IN3 edes! Mo"i#ientos $ %ecnopol&tica
Uni"ersitat Oberta de Catalun$a Internet Interdisciplinary Institute
comunicación del mundo7 H'adrilonia, 2011I. Esta es una tendencia imparable consolidada
por las redes sociales.
( estas %unciones se le suman otras e$clusivas que tienen que ver con el desarrollo
de la tecnolo&a de reistro audiovisual y las posibilidades que se abren con la distribución
en tiempo real. *os nuevos dispositivos que permiten retransmitir en vivo o subir %otos y
v&deos desde el mismo luar donde suceden los acontecimientos han cambiado la
temporalidad de la contrain%ormación pero tambi+n han convertido la inmediatez en
herramienta de subjetivación H(rbide y >in, 2011I. >odemos encontrar on5line numerosos
ejemplos de rabaciones de todo tipo sobre las protestas, reistrados por as& decirlo 6desde
su interior7 ,v&deos sin editar reistrados con tecnolo&a móvil con una mani%iesta
intencionalidad de autorepresentación,.
*E.9N;4G, %rito mudo - &uerta del Sol de "adrid - '()" *+,+),*+((.
http!LL@@@.youtube.comL@atchDvSjm'T2TUtUA: Haccedido on5line aosto 201FI
*a imaen tiene ah& una potencia e$trema de enerar identi%icación y sentido de
pertenencia. 8uando la participación es posible desde la calle y desde la comunidad5red ,
elaboración de propuestas, pensamiento y acción, el sentimiento impulsa a ver la imaen
de esa calle, en la que estuvimos o no, que es el espejo de las tramas de oposición que se
estan entre el teclado y la pantalla. *a imaen de la plaza, es la imaen de la participación!
una especie de luar entre la calle y el espacio p-blico de internet. *a idea de in%ormación
se desborda en la red hasta la misma creación de identidad en %ormas en las que antes no
era posible.
2. Efecto DSLR y publicidad
(8('>(/( 3(?8E*N;( 9K, &o-er to the people,
http!LLblip.tvLacampadabcnLpo@er5to5the5people5522"O24 Haccedido on5line aosto 201FI
*as mismas herramientas tecnolóicas que posibilitan la democratización de la producción
tambi+n condicionan, no obstante, las propias representaciones que se elaboran. En este
caso, encontramos bastantes v&deos con est+tica de publicidad altamente emocional. Es el
e%ecto /A*? o cámaras re%le$, ya que estos dispositivos posibilitan rabar v&deo con
alt&sima calidad y lentes intercambiables que dan a la imaen una te$tura de cine. Esto
supone una revolución, no sólo en calidad de la imaen, sino tambi+n en del rado de
control que se puede tener sobre ella ,por ejemplo en la pro%undidad de campo, a un coste
muy bajo.
(l calor de estas nuevas posibilidades, comprobamos un e%ecto que no deja de
causar cierta sorpresa. *a posibilidad de <democratizar= una imaen <bella= lo que produce
son v&deos con est+tica publicitaria y de emotividad bastante super%icial! desen%oques que
permiten centrar la atención en rostros y detalles sobre m-sica conmovedora ,muchas
veces porque las propias cámaras de %otos no están preparadas para reistrar audio
%ácilmente o de su%iciente calidad como para ser utilizado,. >odr&amos decir que este tipo de
representaciones no están diriidas al sujeto que se está movilizando que es un sujeto
activo y sobre todo, pensante. :n p-blico que dejó de ser el espectador pasivo de los
medios masivos.
Ain embaro, aqu& pareciera que es la producción alternativa la que copia lo peor de
la cultura de masas! la publicidad, en cuanto a la manipulación sobre el espectador que se
pretende. >ero la discusión está abierta. 9ambi+n es posible ver ah& otras cosas! tanto la
5)
15MP2P Núria Vila Alabao
Encuentro transdisciplinar Videoactivismo 2. 0.
composición social de parte de las protestas ,clases medias, realizadores publicitarios o
estudiantes de cine que se han puesto a producir al calor de la lucha,, como la posibilidad
de movilizar a personas que han crecido rodeados mayoritariamente por esos lenuajes y
que quizás se reconocen en ellos. *enuajes que por otra parte sorprenden por su novedad
como e$presión del activismo, al menos en Europa, más dado a representaciones que
oscilan entre la racionalidad pol&tica de la demostración arumentativa y las e$altaciones de
la con%rontación con la polic&a a ritmo de videoclip. ?especto a la tradición del cine pol&tico,
como e$plica 0uillermo Vapata, es di%&cil 6encontrar imáenes del 15' que vinculen su
narración a %ormas cinematorá%icas e$pl&citamente pol&ticas, especialmente a toda la
corriente del llamado <cine social europeo=7 HV(>(9(, 2012I.
>or tanto, podemos ver tambi+n estos trabajos como un re%lejo de la pluralidad dentro
del movimiento y del rado de innovación que se está produciendo en t+rminos de
imáenes, lenuajes y prácticas.
3. Ha sido nadie
K&deo propuesto como ejemplo! (;W;2'N, 'ensaje de (nonymous a los medios de
comunicación. https!LL@@@.youtube.comL@atchDvS;qUA0501uB4 Haccedido on5line aosto
201FI
*os v&deos de (nonymous son inseparables de la cibercultura en la que se oriinan y de la
que se nutren. Nriinalmente (nonymous nació como un nombre m-ltiple
4
para %irmar
acciones ciberactivistas sobre todo centradas en ataques //oA ,saturan de peticiones una
páina @eb hasta que cae, contra empresas y obiernos que atentan contra la idea de
libertad y transparencia in%ormativa. ?especto a su identidad, constituyen un re%lejo de la
nueva sociedad red y del esp&ritu de este movimiento! todos somos (nonymous. *a
oranización no e$iste, o es absolutamente descentralizada. ;o tiene c-pula ni l&deres y por
tanto, no se puede detener ni descabezar. Esta relación con la llamada uerrilla
comunicativa
"
se plasma en los v&deos a trav+s de todo un dispositivo de enunciación
basado en el anonimato! el loo ,en el que un hombre o una mujer trajeados sostienen un
interroante por cabeza, voces distorsionadas y sobre todo, la utilización de la c+lebre
máscara.
Esta %orma simbólica de ocultarse el rostro ha calado de %orma masiva en las calles,
donde llevarla supone toda una declaración de principios sin duda relacionados con la
inteliencia colectiva de la red. Es un buen ejemplo de reutilización de los elementos de la
cultura masiva ya que proviene del cómic anarquista . de .endetta de (lan 'oore.
>odr&amos decir que el +$ito de (nonymous consiste en 6rede%inir la radicalidad en t+rminos
de anonimato, de lóicas post5identitarias7 H*ara, 2011I, lo que está inscrito en el (/; de la
cibercultura y en ran parte del %uncionamiento de la red, pero tambi+n en las %ormas en que
las protestas han tomado cuerpo en muchos luares, como por ejemplo en Espa)a.
4 >ara rastrear la enealo&a de los nombres m-ltiples ver art&culo de 3*2AAE9, *. H2002I,
;ombres m-ltiples, personas imainarias, mitos colectivos. Hdisponible on5line!
http!LL@@@.merzmail.netLtodosonadie.htm, accedido 20 mayo 2012I.
" Aobre este concepto y su relación con las creaciones militantes ver 3*2AAE9, *., A. 3?X;VE*A
H2001I, "anual de guerrilla de la comunicación, Kirus Editorial, 3arcelona.
5*
UOC / IN3 edes! Mo"i#ientos $ %ecnopol&tica
Uni"ersitat Oberta de Catalun$a Internet Interdisciplinary Institute
4. Esttica de lo colecti!o
K&deo propuesto como ejemplo! ?:2/N >BN9N, /ndigra01as: 2os /ndignados vistos
por los /ndignados. http!LLvimeo.comL25G241"4 Haccedido on5line aosto 201FI
/ndigra01as está realizado con las %otos de Q" %otóra%os sobre un %ondo musical y de
consinas coreadas en la calle. Es tan sólo un ejemplo de trabajo conjunto. En eneral,
muchas de estas obras disponibles en internet evidencian las nuevas %ormas de
coordinación y trabajo colectivo que permite internet. >or ejemplo, respecto a la est+tica,
muchos están hechos con materiales que se han recoido de las mismas redes! %otos,
lemas, otros v&deos, productos de la cultura masiva o de los medios de comunicación, en
ocasiones en coordinación con otros productores o simplemente con la certeza de que la
reapropiación de estos materiales supone una %orma válida de creación
10
.
*a manera de mani%estar que la producción activista audiovisual quiere seuir
realimentando el ámbito de lo com-n es aqu& el uso eneralizado de licencias libres
copyle%t
11
. Es decir, con una cláusula por la que se permite la modi%icación de la obra
siempre que la obra derivada permita a su vez modi%icaciones. 2dea que proviene del
so%t@are libre y que pretende la contaminación de carácter v&rico ,por contaio, de las
sucesivas modi%icaciones de un so%t@are o de una producción cultural basada en otra
12
. Ain
embaro, se puede decir que esta reelaboración de materiales se evidencia como enerador
de cultura 6rentable7 para el capitalismo conitivo H3erardi, 2010! 10QI desde el mismo
momento en que ou 3u!e decide o%recer la posibilidad de 6hacer un remi$7
1F
de aquellos
v&deos cuya licencia permite la modi%icación, o%reciendo para ello el propio editor on5line de
la @eb. Es decir, lo que antes %ue una práctica cr&tica de oposición de carácter minoritario
ahora constituye una %orma de producción de los usuarios reconocida como lucrativa por
una de las randes corporaciones de la red, %oogle Corp. Este constituye un ejemplo claro
de las paradojas que produce el semiocapitalismo de la red que se nutre de todo, tambi+n
de la que hemos llamado <cultura popular de oposición=.
". #o sab$an %ue era imposible y lo &icieron
K&deo propuesto como ejemplo! /E'N8?(82( ?E(* .(, .ideo resumen
"ani0estación ()" 4emocracia 5eal a. http!LL@@@.youtube.comL@atchD
vSF/UR0q>Ur8(Y%eatureSchannelZvideoZtitle Haccedido on5line aosto 201FI
(compa)ando esta lóica de la pluralidad, se percibe %uertemente el impulso de enerar
representaciones inclusivas en el que 6quepan muchos7. *o que quizás sea el raso más
10 Evidentemente antecedentes de la reapropiación o el llamado 6remi$7 %ueron los detournements
situacionistas en los que se utilizaban materiales de la cultura masiva ,en este caso pel&culas,
para producir un e%ecto cr&tico. :no de los primeros ejemplos de este mecanismo %ue la pel&cula
&uede la dial6ctica romper ladrillos de ?en+ Kienet de 1"QF. H3lisset y 3r[nzels, 2001I
11 Rueo de palabras con copyriht Hderecho de autorI. >ara que una licencia sea considerada
copyle%t es necesario que además de otorar permisos de uso, copia, modi%icación o
redistribución de la obra contena una cláusula que impone una licencia similar para las copias y
obras derivadas. http!LL@@@.nu.orLcopyle%tL
12 http!LL@@@.nu.orLphilosophyL%ree5s@.es.html
13

Ae-n la denominación de la propia páina.
'+
15MP2P Núria Vila Alabao
Encuentro transdisciplinar Videoactivismo 2. 0.
distintivo de estas nuevas producciones es que su %unción central parece ser la movilización
por identi%icación con aloJ y ese alo es colectivo, abierto, diverso, horizontal y
asamblearioJ alo que creo que se percibe tanto en los mismos v&deos ,con todas las
contradicciones que se producen en la representación de la 6pluralidad7, como en las
prácticas que les dan luar. En el caso de Espa)a, se destacan ejemplos como los de las
comisiones audiovisuales de las acampadas que tomaron las plazas p-blicas hasta ser
desalojadas. Estas comisiones se %ormaron para producir colectivamente, mecanismo que
reta las %ormas tradicionales de producción y el primer impulso de todos los que tienen una
%ormación audiovisual tradicional! el decir que no es posible H9udur&, 2011I
1G
.
*a producción colectiva no es alo totalmente nuevo. >odemos encontrar bastantes
precedentes en la militancia y en el compromiso pol&tico de alunos documentalistas con
distintos rados de colaboración entre miembros del equipo yLo comunidades retratadas y
participantes. Ain embaro, ejemplos de procesos totalmente asamblearios y abiertos son
más di%&ciles de encontrar ,y probablemente de mantener en el tiempo como e$periencias
complejas que son,. En ellas, cualquiera puede participar siempre que est+ de acuerdo con
los m&nimos que animan la movilización eneral y el %uncionamiento en comisiones
15
.
En Espa)a, estas protestas se están dando en ran parte para de%ender la
educación, la sanidad y las pensiones, -ltimos reductos no sujetos al bene%icio empresarial.
:na uerra en la que en un bando están todos lo que creen que se tiene que ampliar o
preservar ese ámbito de lo com-n y en el otro, los que tratan de reducir todav&a más el
dominio de lo p-blico.
6El 15' es un e$perimento de estión de la diversidad que tiene que ver con las
posibilidades %uturas de estión social de los bienes comunes como la sanidad, la educación
o el conocimiento, y las redes sociales pueden ser herramientas e$tremadamente
-tiles.7H'adrilonia, 2011I
>odr&amos decir que lo que se está e$perimentando en la red es la posibilidad de
crear y compartir colectivamente ,como hemos visto en el caso de las producciones
audiovisuales, pero tambi+n de pensar la posibilidad de crear nuevas instituciones
estionadas por los usuarios y los trabajadores que den un nuevo sentido al concepto de lo
p-blico y que eneren una democracia radical enraizada en el es%uerzo por crear y recrear
lo com-n.
1G Ejemplos pasados de la historia del cine y el documental podr&an ser propuestas como la de los
0rupos 'edvedMin que en la d+cada del O0 en 1rancia animaban a los obreros de las %ábricas a
%ilmarse a s& mismosJ la pedao&a colectivista de >eter EatMins en la producción de 2a
Commune-&ar1s (78(9 las propuestas de producción colectiva del rupo :Mamau en 3olivia o del
/zia Kertov %ranc+s, entre otros. (s& como cabr&a destacar iualmente e$periencias de
producción con ind&enas como la de Aol Eorth y Rohn (dair en la d+cada de los Q0 con los indios
;avajos as& como la contemporánea de Kideo ;as (ldeias
Hhttp!LL@@@.videonasaldeias.or.brL200"LI. >odr&amos decir tambi+n que a partir de esta d+cada y
hasta la actualidad, se han iniciado e$periencias de ese tipo, no sólo con ind&enas sino con
comunidades e$cluidas de todo el mundo, acu)ándose para describirlas el nombre de <v&deo
participativo=. Ker por ejemplo! *:;8B, ;. H200OI /nsights into &articipatory .ideo: : hand!oo; 0or
the 0ield< 2nsihtAhare.
15 Ae pueden ver como ejemplo cualquier trabajo del colectivo! (8('>(/( 3(?8E*N;( en la
cuenta de 3liptv! http!LLblip.tvLacampadabcn.
'1
UOC / IN3 edes! Mo"i#ientos $ %ecnopol&tica
Uni"ersitat Oberta de Catalun$a Internet Interdisciplinary Institute
'iblio(raf$a
(?32/E, Bibai y >2;, 0ala H2011I, <'ai del sei$anta5t@eet=, En0ocant< Hdisponible on5line!
http:,,en0ocant.net,noticia,maig-del-seixanta-t-eet, accedido F0 (osto 201FI.
3E;R('2;, Ealter H200GI, El autor como productor, 2taca, '+$ico.
3E?(?/N, 1rancisco H2010I, %eneración post-al0a: &atolog1as e imaginarios en el
semiocapitalismo< 9inta de *imón Ediciones, 3uenos (ires.
3*2AAE9, *., A. 3?X;VE*A H2001I, "anual de guerrilla de la comunicación, Kirus Editorial,
3arcelona.
3*2AAE9, *. H2002I, $om!res m=ltiples< personas imaginarias< mitos colectivos Hdisponible
on5line! http!LL@@@.merzmail.netLtodosonadie.htm, accedido 20 mayo 2012I.
R(??E99, T. H2010I, ou3u!e: Online video and participatory culture. 8ontinuum, 2GH2I,
F2Q5FF0. http://dx.doi.org/10.1080/10304310903362734
*(?(, \nel *uis H2011I, .olverse persona sin m>s...< Hdisponible on5line!
http:,,anar?uiacoronada.!logspot.com,*+((,(+,volverse-persona-sin-mas.html, accedido F0
(osto 201FI.
*EAA20, *. H2005I, Cultura li!re: Cómo los grandes medios usan la tecnolog1a y las leyes
para encerrar la cultura y controlar la creatividad, *N' ediciones, Aantiao.
*:;8B, ;. H200OI, /nsights into &articipatory .ideo: : hand!oo; 0or the 0ield, 2nsihtAhare
Editions. Hdisponible on5line! http!LLinsihtshare.orLresourcesLpv5handbooM, accedido on5line
aosto 201FII
'(/?2*N;2( H2011I, @aciendo comunicación en movimiento, Hdisponible on5line!
http:,,li!rodenotas.com,utilesenmovimiento,*(AA9,madrilonia%E*%7+%9Ahaciendo
%E*%7+%9Acomunicacion%E*%7+%9Aen%E*%7+%9Amovimiento, Haccedido F0 (osto
201FI.
'(/?2*N;2( H2012I, 2a Carta de los comunes Hdisponible on5line!
http:,,---.tra0icantes.net,index.php,content,do-nload,*77)9,*BB787,0ile,2"CDcartaDcomun
esDcompletoD.pd0, accedido F0 (osto 201FI.
?N20, (. H200"I, Cine en conexión: producción industrial y social en la era cross-media<
:N8 >ress, 3arcelona.
9:/:?], 0erardo H2011I, "ovimiento ()-". Contrapoder: la c>mara anónima contra la
c>mara capitalista. El cine asam!leario como horiEonte. Hdisponible on5line!
http:,,cinesinautor.!logspot.com,*+((,+B,movimiento-()-m-contrapoder-la-camara.html,
accedido F0 (osto 201FI.
'2
15MP2P Núria Vila Alabao
Encuentro transdisciplinar Videoactivismo 2. 0.
V(>(9(, 0uillermo H2012I, 5adiogra01a audiovisual del ()". Fdisponible on5line!
http!LLembed.atLarticleO5.html< accedido :gosto *+(AG
)ilmo(raf$a
(8('>(/( 3(?8E*N;( 9K, &o-er to the people, http!LLblip.tvLacampadabcnLpo@er5to5
the5people5522"O24 Haccedido on5line aosto 201FI
?:2/N >BN9N, /ndigra01as: 2os /ndignados vistos por los /ndignados.
http!LLvimeo.comL25G241"4 Haccedido on5line aosto 201FI
(;W;2'N, "ensaHe de :nonymous a los medios de comunicación.
https!LL@@@.youtube.comL@atchDvS;qUA0501uB4 Haccedido on5line aosto 201FI
*E.9N;4G, %rito mudo - &uerta del Sol de "adrid - '()" *+,+),*+((.
http!LL@@@.youtube.comL@atchDvSjm'T2TUtUA: Haccedido on5line aosto 201FI
(;W;2'N, 'Spanish5evolution. http!LL@@@.youtube.comL@atchD
vSBAAQRFlh?E(Y%eatureSrelated^ Haccedido on5line aosto 201FI
/E'N8?(82( ?E(* .(, .ideo resumen "ani0estación ()" 4emocracia 5eal a.
http!LL@@@.youtube.comL@atchDvSF/UR0q>Ur8(Y%eatureSchannelZvideoZtitle Haccedido on5
line aosto 201FI
(8('>(/( 3(?8E*N;(, :campada Iarcelona "ayo *+((. http!LLvimeo.comL2G2G24QO
Haccedido
'3
El streamer, entre el
periodismo ciudadano
y ciberactivismo
Las prácticas tecnopolíticas del 15M pasaron por la aplicación
de nuevas formas de periodismo ciudadano, desarrollando
redes de autocomunicación apoyadas en la inteligencia
colectiva a partir de una estrategia multicanal. En este
contexto, favorecido por la democratización de la tecnología y
las nuevas posiilidades !ue "sta rinda aparece la figura
del streamer, !ue ascula entre el cierperiodismo y el
cieractivismo. La nueva generación de tel"fonos #$
conectados a %nternet ofrece la posiilidad, a partir del servicio
rindado por algunas compa&ías de software, de realizar
emisión de contenido multimedia en directo. 'ada persona con
la tecnología y la disposición apropiada, se convierte así en
una potencial unidad móvil de televisión. El ciudadano es por
primera vez partícipe directo de la construcción del espacio
p(lico, tarea reservada )asta a)ora a los medios de
comunicación de masas. Le*os de caer en determinismos
tecnológicos, las nuevas formas de comunicación en red )an
vigorizado soremanera las capacidades del periodismo
ciudadano, ganando terreno a las oligar!uías mediáticas y
convirti"ndose en agentes activos de la información. +un!ue
es un fenómenos muy reciente, )a llegado para !uedarse.
Esta comunicación persigue esozar los trazos de una primera
definición de la nueva figura del streamer en su vertiente de
activista de la comunicación a partir de las particularidades
!ue lo caracterizan, así como generar una reflexión sore sus
potencialidades y limitaciones.
Beatriz Pérez Rioja
Licenciada en Periodismo
DEA en Sociología de la Comunicación
15MP2P Beatriz Pérez Rioja
Encuentro transdisciplinar El streamer
1. Introducción
El streamer como activista es un ejemplo representativo de los nuevos movimientos sociales
en red que comenzaron en el mundo árabe alzándose contra distintas dictaduras para
extenderse luego por Europa y Estados Unidos y oponerse a la gestión de la crisis
económica. Ante la evolución de la sociedad industrial a la sociedad-red, los nuevos usos de
la comunicación y las nuevas vas de activismo pasan ineludiblemente por su organización
reticular. !i bien dentro de los movimientos sociales la organización y el trabajo en red
vienen siendo una constante desde "ace d#cadas, se alcanza aqu una nueva dimensión
propiciada claramente por la democratización de la tecnologa y la cultura $eb %.&.
'as particularidades de la comunicación inalámbrica asociadas con (nternet se "an
constituido de )orma inmediata en una potente "erramienta de movilización ciudadana,
convirtiendo l todo individuo conectado en red en una potencial )uente de in)ormación. El
contexto de crisis económica en Espa*a y la incertidumbre generalizada "an )avorecido la
co"esión ciudadana, que se "a visto en)atizada además por la apertura de nuevos canales
de comunicación independientes en red. Estos alternan el esquema clásico de emisor-
receptor para pasar al concepto de prosumer, en el que se )usionan los roles de productor y
consumidor de in)ormación. +esde un tel#)ono conectado, cualquiera puede erigirse en un
cronista de la realidad, enviar una )oto, un enlace, un comentario o realizar emisión en
directo. Una buena gestión de la comunicación en red puede además viralizar el mensaje,
con unas posibilidades de penetración que ning,n audmetro podra calcular. -or primera
vez las personas conectadas disputan a los medios de comunicación tradicionales su papel
como )uente de in)ormación de la opinión p,blica.
.'a comunicación inalámbrica o)rece una plata)orma poderosa para la autonoma
poltica mediante canales independientes de comunicación autónoma y de persona a
persona. 'as redes de comunicación que posibilita la tele)ona móvil pueden )ormarse y
re)ormarse de manera instantánea, y, a menudo, los mensajes recibidos provienen de
)uentes conocidas, lo que re)uerza su credibilidad. 'a lógica en red del proceso comunicativo
lo convierte en un canal de comunicación de gran volumen, pero con un nivel considerable
de personalización e interactividad. En este sentido, la gran disponibilidad de
comunicación inalámbrica controlada de )orma individual consigue superar el sistema de
los medios de comunicación de masas como )uente de in)ormación, y crea una nueva )orma
del espacio p,blico/
0
.
En el ,ltimo barómetro del 1(! sobre nuevas tecnologas, junio %&0%, a la pregunta
cuál de los aparatos y nuevas tecnologas "a cambiado más nuestra sociedad, el 20,% por
ciento responda que (nternet, y el 33 por ciento el tel#)ono móvil. En un terreno más
personal, el 24,2 por ciento responda que el tel#)ono móvil era el aparato que más "aba
cambiado su vida en concreto
%
. 1ualquiera que tenga un smartphone se verá representado
en este dato, y más a,n si cabe, las personas a las que esta nueva tecnologa les "a
aportado un nuevo rol de comunicador y activista, como en el caso de los tuiteros o
streamers.
0 1astells et al. %&&56%78
% 9arómetro 1(! :uevas ;ecnologas <unio %&0%.
65
UOC / I! Redes" Co#unicaci$n % &ecnopol'tica
Uni(ersitat O)erta de Catalun%a Internet Interdisciplinary Institute
-ero, =qu# es un streamer>. ?ormalmente, sera una persona que utiliza un so)t$are
que permite la emisión de vdeo y audio en tiempo real a trav#s de (nternet, ya sea a partir
de la $ebcam de su ordenador, o a partir de su tel#)ono de nueva generación. ;ipos de
streamer "ay tantos como tipos de personas y de inquietudes de comunicación. 'os "ay que
se dedican a emitir el tránsito rodado de su calle a trav#s de la ventana de su casa, los que
retransmiten eventos, o con un carácter más po#tico, mostrando el proceso de marc"itado
de una )lor a tiempo real. -ero "ay un tipo de streamer cuya misión tiene una )uncionalidad
social, que se erige como propuesta alternativa a los delegados tradicionales de la )unción
de in)ormar, como un periodista ciudadano, como un ciberactivista, como un contrapoder
autónomo a partir de su tel#)ono conectado en red. A #l nos re)eriremos a partir de a"ora
como streamer, tomándonos la licencia de apropiación del t#rmino "asta que se concrete en
una )igura más de)inida con una nomenclatura propia, con el permiso de los reporteros
)lorales y de ventana.
2. Democratización tecnológica y activismo comunicativo
El streaming como )orma de activismo mediático surge en Espa*a producto de las prácticas
tecnopolticas del 04 @, que llevaron a muc"a gente a empoderarse a nivel comunicativo
ante la evidencia del alejamiento de los medios de masas de la ciudadana. Al calor de la
movilización el streamer se erige como un testigo privilegiado, sin cortes ni censuras, la
realidad minuto a minuto, as como un contrapoder, un guardián de la ciudadana que
intenta, con la presión de su cámara conectada al mundo en directo, que no se vulneren las
garantas democráticas de los activistas. -ero si bien el streamer como activista mediático
en Espa*a aparece durante el 04@, es autónomo, se alimenta del movimiento pero tambi#n
los trasciende para convertirse en un cronista de la crisis económica y un contrapoder
in)ormativo que da espacio a retratar las realidades sociales desde abajo.
El streaming )ue protagonista desde los primeros das de movilizaciones en el 04@, y
como si de un acto simbólico se tratara, comenzó cumpliendo a la per)ección su misión de
convertirse en una alternativa a los medios de masas. ?ue la imagen emitida a trav#s de
streaming por -eriodismo"umano la que retransmitió la segunda jornada de concentración
en la -uerta del !ol, y que )ue tomada por el Aas"ington -ost, )orzando la cobertura de los
medios de comunicación nacionales, que "asta entonces "aban silenciado la movilización.
Esta traición por parte de los que deberan ser los guardianes de la democracia se evidenció
de pronto ante miles de personas que, tomando partido en un evento excepcional y de unas
dimensiones y caractersticas nunca antes vistas, abrió el periódico a la ma*ana siguiente y
dudó sobre si lo "aba so*ado. B:os mean y los medios dicen que llueveB )ue uno de los
lemas popularizados esos das en las plazas, la gente increpaba a las cámaras de
televisión, re)lexionaba crticamente sobre las motivaciones empresariales de los
medios de masas, sobre la instrumentalización de la construcción de relatos para el
provec"o de otros, sobre los análisis banales y o)ensivos de algunos medios ante la inaudita
expresión de dignidad ciudadana.
-ero esta nueva indignación, dentro de la gran indignación colectiva generaba menos
rabia y más empoderamiento que otras, ya que las nuevas reglas del juego en la sociedad-
red estaban demostrando que, por primera vez en muc"o tiempo, "aba irrumpido un
elemento desequilibrador que atentaba contra el poder de la oligarqua mediática. +urante
los a*os B7& y B8& los movimientos sociales buscaron la atención de los medios de masas a
trav#s de acciones de denuncia llamativas que pudieran colocar sus demandas polticas y
66
15MP2P Beatriz Pérez Rioja
Encuentro transdisciplinar El streamer
sociales en la agenda de la opinión p,blica. (nternet abrió luego un nuevo espacio donde la
contrain)ormación ganó terreno, pero nunca logró un nivel de penetración su)iciente para
independizarse de los grandes centros in)ormativos. -ero por primera vez, las nuevas
tecnologas de la in)ormación en red "aban posibilitado, no sólo una organización
espontánea masiva, sino tambi#n la independencia comunicativa de los canales
"egemónicos. :o sólo no )ueron necesarios para que )luyera la in)ormación entre la
ciudadana, sino que además #stos por primera vez lograron invertir el establecimiento de la
agenda-setting tradicional, )orzando a los medios a visibilizar la movilización a partir de un
movimiento transoceánico. C todo gracias a un streaming que a trav#s de las autopistas en
red, logró abrirse paso "asta el editor de un eminente diario estadounidense.
'a importancia y las posibilidades del uso de la tecnologa inalámbrica para que el
movimiento comenzara a autorepresentarse y a contrarrestar el ataque desin)ormativo de
grandes medios de comunicación quedaron claras desde el comienzo. Una de las primeras
demandas desde ;omalaplaza.net "aca un llamado a todas aquellas personas que
quisieran ejercer de reporteras a trav#s de sus móviles, o)reciendo consejos prácticos
aglutinados en un gua t#cnica para la retransmisión en streaming. Duedaba as abierta la
puerta a cualquiera con un móvil conectado a erigirse en cronista de la creación de la nueva
es)era p,blica a partir de un ejercicio de periodismo ciudadano autónomo y descentralizado,
con un sin)n de en)oques, tantos como individualidades y con una capacidad de di)usión
antes inimaginable para una persona. .<unto a estos )enómenos de movilización colectiva, o
impulsándonos muc"as veces, surgen casos de activistas individuales que usan las
plata)ormas y redes digitales para dar a conocer su protesta, buscar aliados y en)rentarse a
antagonistas no "ace muc"o inalcanzables/
3
.
'a democratización de la tecnologa se proyecta una vez más en la generación de un
nuevo tipo de periodismo ciudadano, como ya sucedió a principios del sEE con el
movimiento de
)otógra)os obreros alemán. En aquel caso )ue la aparición de una cámara de )otos
manejable y accesible económicamente. 'a empresa FodaG, )undada en 0777 tena como
lema6.Usted aprieta el botón y nosotros "acemos el resto/ HCou press de button, $e do t"e
restI. 'a democratización de la )otogra)a animó a la revista alemana A(J HArbeiter (llustrierte
Jeitung, -eriódico (lustrado de los trabajadoresI a convocar a su p,blico para que enviara
imágenes de la vida cotidiana proletaria y retratara los e)ectos de la crisis económica en el
obrero. El movimiento se extendió por el centro norte de Europa y llegó "asta :orteam#rica
y @#xico, reinventándose en los distintos lugares, pero tuvieron un papel muy importante en
su promoción las organizaciones comunistas, sobre todo en la UK!!.
En Alemania rápidamente se crearon grupos de )otógra)os obreros en Lamburgo,
9erln, 'eipzig, +resde, !tuttgart, as como la Mereinigung der Arbeiten ?otogra)en
+eutsc"lands Hasociación Alemana de ?otógra)os Nbreros, que )undó su propia revista, +er
Arbeiter, llegando a tener una tirada en 0830 de medio millón de ejemplares
2
.
En la misma lnea (ndymedia surgió a )inales del sEE al calor del movimiento
antiglobalización y de nuevo gracias a la democratización de la tecnologa, como un medio
pionero en permitir la publicación abierta de noticias con el lema Bno odies a los medios,
convi#rtete en unoB. (nternet dejaba de ser un campo restringido a personas con
conocimiento tecnológico avanzado para abrirse a todo el mundo y posibilitar la
democratización mediática.
3 ;ascón et al. %&006 8
2 Kibalta, %&00
6*
UOC / I! Redes" Co#unicaci$n % &ecnopol'tica
Uni(ersitat O)erta de Catalun%a Internet Interdisciplinary Institute
Loy es 9ambuser, la empresa europea que o)rece servicios de streaming, la que
emula a FodaG apelando a sus usuarios a que Bmuestren el mundoB, como dice su lema
H.!"o$ t"e $orld/I. Una vez más la democratización tecnológica y un contexto de crisis
económicas )avorece el salto de receptor a emisor de ciudadanos anónimos que sienten la
necesidad de ense*ar el mundo desde otro punto de vista. El concepto es el mismo,
adaptado a las nuevas circunstancias poltico-sociales y a las nuevos parámetros
organizacionales de la sociedad-red.
3. Entre el periodismo ciudadano y el ciberactivismo
El streamer es ante todo un periodista ciudadano. -ero =qu# se entiende por periodismo
ciudadano> !eg,n la de)inición de !"ayne 9oeman y 1"ris Ailis6 OEs el acto de un
ciudadano o grupo de ciudadanos que desempe*an un papel activo en el proceso de
recoger, transmitir, analizar y diseminar in)ormación. 'a intención de esta participación es
suministrar la in)ormación independiente, )iable, exacta, de amplio rango y relevante que una
democracia requiereP
4
. Lay muc"os tipos de periodismo ciudadano, tantos como usos
tiene la comunicación y como niveles de participación individual "ay. Lay periodistas
ciudadanos eventuales, )ruto de una circunstancia casual, un suceso de envergadura, una
tragediaQ los que simplemente jerarquizan in)ormación, puntuando noticias a trav#s de
plata)ormas como @en#ameQ los que se erigen en )uente de in)ormación )iltrando
documentos a AiGileaGsQ comprometidos con los derec"os "umanos, denunciando
agresiones a tiempo real para que plata)ormas como Us"a"idi en Fenia o !top
Kedadas en Espa*a los mapeenQ educativos, que utilizan los medios como una canal para
que los jóvenes se )ormen y se expresenQ o los que a trav#s del ciberactivismo pretende
constituirse en una )orma integral de comunicación que se erija como una alternativa
mediática, como es el caso del tipo de streamer al que nos re)erimos en este texto. En este
caso, el periodismo ciudadano es el )in en s mismo, y la )orma de llevarlo a cabo es el
ciberactivismo entendido como lo "ace +avid de Ugarte6 .toda estrategia que persigue el
cambio de la agenda p,blica, la inclusión de un nuevo tema en el orden del da de la gran
discusión social, mediante la di)usión de un determinado mensaje y su propagación a trav#s
del Oboca a bocaP multiplicado por los medios de comunicación y publicación electrónica
personal/
R
.
El streamer no sólo busca di)undir in)ormación )iable, romper cercos
in)ormativos, o generar cambios en la es)era p,blica, aspira a constituirse en un verdadero
canal in)ormativo que reinvente los planteamientos tradicionales de la in)ormación. 9usca
cambiar los modos de jerarquización de noticias, rescatar los temas que importan a la
ciudadana sin mediaciones polticas, institucionales o corporativas, devolver a #sta su
carácter de )uente in)ormativa, rescatar a la in)ormación de las limitaciones que le imponen
los )ormatos tradicionales y las rutinas de producción de los medios convencionales. Aspira
tambi#n a que su )unción est# cada vez más distribuida, y que la interactividad con el
p,blico sea una realidad. En de)initiva, reinventar el modelo para acercarse a los
requerimientos básicos que tiene que tener la in)ormación para cumplir realmente su )unción
de salvaguarda de la democracia.
Mamos intentar dar los primeros trazos a nivel descriptivo de algunas de las
caractersticas que de)inen este nuevo tipo de activismo en la )orma y en el )ondo.
4 Espritusanto et al., %&00
R Ugarte, %&&5
6+
15MP2P Beatriz Pérez Rioja
Encuentro transdisciplinar El streamer
0-El streamer es un Bperro guardiánB Hwatchdog journalismI, un vigilante del poder que
emite, no sólo graba, lo que le da muc"a )ortaleza por ejemplo a la "ora de retratar abusos
policiales, ya que su trabajo se caracteriza por la inmediatez de la puesta del contenido en la
red, y si algo "a sido captado por su cámara, ya no "ay marc"a atrás. !u )unción además de
in)ormar, es proteger a los activistas, retratar las agresiones que su)ren y, además de
di)undirlas, )acilitárselas como prueba para procesos judiciales.
%-1omo activista además de periodista, su implicación emocional con la noticia es
mayor. :o sólo retransmite eventos o acciones, retransmite experiencias, interact,a con la
gente, se encuentra a conocidos, discute, se emociona, corre en las cargas policiales.
Es un tipo de Bperiodismo gonzoB, basado en la experiencia directa.
3-El streamer, en oposición al periodista audiovisual convencional, se caracteriza por
tener muc"a más movilidad, al no depender de pesados equipos ni agendas
preestablecidas. :o tiene que volver a un medio de comunicación a editar su trabajo y se
puede dejar llevar por los acontecimientos realizando una labor in)ormativa más completa.
1ubren las movilizaciones desde el principio y se dejan llevar por la espontaneidad de #stas.
1uando en una mani)estación un grupo decide alterar su curso y desplazarse a otro sitio a
continuar la protesta, o acercarse a una comisara por si "a "abido detenidos, el streamer en
muc"os casos los acompa*a y contin,a la retransmisión. Sste es uno de los principales
valores a*adidos de la comunicación inalámbrica al activismo mediático.
Aunque algunos medios de comunicación como El -as +igital "an empezado a
incorporar streaming, sus streamers son periodistas convencionales, con las mismas
limitaciones de producción del medio y sin la pasión y el compromiso que guan al
ciberactivista y que contribuyen a la consecución de un producto in)ormativo ,nico.
2-El streamer es ante todo un activista comprometido con la luc"a social en el
contexto de la crisis, y como tal goza de una relación muy directa con los colectivos cuyas
acciones di)unde. Este contacto en primera persona "ace que muc"as veces dispongan de
in)ormación privilegiada o muc"o más cercana a la que consiguen medios de comunicación
de masas. As o)recen cobertura en primera persona de encierros en bancos o )acultades
desde dentro, as como desa"ucios, desalojos, detenciones o movilizaciones generadas de
)orma espontánea.
4- 'a movilidad, la implicación con la in)ormación y la accesibilidad a estas )uentes
"acen que el streamer est# consiguiendo invertir el establecimiento de la agenda de la
opinión p,blica Hagenda settingI, actividad desempe*ada tradicionalmente por los medios de
comunicación de masas. 'a crónica en directo de la movilización social "a conseguido
obligar a los grandes medios, gracias a su distribución a trav#s de las redes sociales, a dar
cobertura a in)ormaciones que antes "abran sido silenciadas, a recon)igurar sus portadas. A
partir de aqu la comunicación social condiciona cada vez más la agenda de los medios.
;$itter se "a convertido en una )uente de in)ormación de primer orden, tanto para la
ciudadana como para los pro)esionales. C los streamers viralizan su trabajo
mayoritariamente a trav#s de esta red social, por lo que cada vez más canales de televisión
les contactan demandando imágenes, o se las apropian directamente de la red.
6,
UOC / I! Redes" Co#unicaci$n % &ecnopol'tica
Uni(ersitat O)erta de Catalun%a Internet Interdisciplinary Institute
R-El streaming es una "erramienta muy interactiva. En algunos casos puede
convertirse en un periodismo en directo a la carta. 'os so)t$are para realizar streaming
suelen incorporar un c"at a partir del cual los espectadores pueden interaccionar con el
periodista. 'a comunicación con el p,blico es muy importante, #ste es el que in)orma al
streamer de la calidad de la imagen y del sonido, de lo que sucede en otros puntos de las
movilizaciones, además de demandar en muc"os casos in)ormación a la carta o entrevistas.
'a interacción es constante y abarca espacios como el de los cuidados. T ! u y su lu c " a, una
de las streamers más populares, con más de 4&&& seguidores, explica en una entrevista
cómo en algunas ocasiones en las que necesita in)ormación para contextualizar la noticia, o
simplemente un trago de agua durante una larga cobertura, gracias a la interacción con los
espectadores "a conseguido los datos que necesitaba, o incluso que alguien le llevara un
ca)#.
5- El streamer es un ciberactivista, y como tal necesita de una estrategia multicanal
para desarrollar de una )orma apropiada su )unción. -or ello, la mayora suele sincronizar su
canal de streaming con otras cuentas en ;$itter y en ?acebooG, de manera que sus
emisiones se di)unden entre sus seguidores de )orma automática. 'a di)usión en red es una
parte esencial del trabajo. Además, como su )unción en Espa*a "a surgido asociada al 04@,
suelen estar vinculados con otras plata)ormas audiovisuales de este entorno que centralizan
y di)unden las emisiones por sus propios canales, como ;oma'a;ele o -unto!ol.
En muc"os casos tambi#n con)luyen en redes de streamers. En Espa*a está
-eople$itness, que congrega a casi todos los streamers del Estado comprometidos con la
in)ormación de carácter poltico y social organizados sin estructuras rgidas ni jerarquas. El
streamer que participa en la red colabora incluyendo el "astag Upeople$itness en la leyenda
del t$eet con el anuncia la emisión. -eople$itness lo di)unde por sus propias redes.
+esde su creación en %&0% realizan tambi#n )ormación a activistas en el campo del
streaming. -eople$itness se gestó en 9arcelona tras la llegada de un grupo de activistas de
Nccupy Aall !treet que o)recieron un taller a activistas del 04@. A partir de entonces los
miembros de la nueva red se )ijaron el objetivo de dotar a todos los movimientos sociales de
las "erramientas básicas para que gestionen su comunicación en $eb y para que utilicen el
recurso del streaming de )orma autónoma. Asambleas de barrio, colectivos pro)esionales en
luc"a, )oros sociales, as como grupos de activistas de otros pases como -ortugal,
Alemania, -olonia o Argelia se "an iniciado en estas "erramientas gracias a -eople$itness.
7- El streaming es un tipo de activismo que implica bastantes costes económicos.
1uanta más dedicación a la )unción de in)ormar, mayores son las necesidades. El tel#)ono
tiene que ser un buen terminal, con un buen anc"o de banda y una completa tari)a de datos.
1omo gran parte del trabajo del streamer se centra en la cobertura de grandes
movilizaciones donde la conexión a (nternet va tel#)ono suele ser de)iciente por la
saturación de las redes, algunos "an empezado a utilizar "otspots, proveedores
inalámbricos de $i)i, as como cargadores externos de las bateras del tel#)ono, y soportes
para )acilitar la estabilidad de la imagen. Este es un rasgo que subraya la involucración
personal de muc"os streamers y su compromiso con la in)ormación y los
movimientos sociales, dedicando muc"as "oras a esta labor que en muc"os casos
compatibilizan con sus jornadas laborales en otros campos . C esta pasión por lo que "acen,
es uno de los rasgos que, producto de su naturaleza ligada completamente a (nternet,
*-
15MP2P Beatriz Pérez Rioja
Encuentro transdisciplinar El streamer
relacionan al streamer con la #tica "acGer.
5. El streamer y la ética hacer
Kelacionar al streamer con el universo "acGer y sus principios #ticos puede resultar con)uso
en un principio. !eg,n el <argon ?ile, una compilación colectiva de los t#rminos t#cnicos y
de los principios de la #tica por la que se rigen la comunidad "acGer, que comenzó en 0854
en los laboratorios estadounidenses de las universidades donde se desarrollo Arpanet,
g#rmen de (nternet, un "acGer es alguien que se dedica a la programación de )orma
entusiasta, "aci#ndolo extensible a todo aquel que desempe*e una )unción con la pasión
como eje transversal. .El el <argon ?ile, los "acGers se atodenominan .personas que se
dedican a programar de )orma entusiasta/ y para los que .poner en com,n la in)ormación
constituye un extraordinario bien, y que además para ellos es un deber de naturaleza #tica
compartir su competencia y pericia elaborando so)t$are gratuito y )acilitando el acceso a la
in)ormación y a los recursos de computación siempre que ello sea posible/. -ara ellos
básicamente un "acGer es un .experto o entusiasta de cualquier tipo. Uno puede ser un
"acGer astrónomo, por ejemplo/, puede no tener nada que ver con los ordenadores/
5
.
'a Stica LacGer, que responde a la lógica in"erente a la especi)icidad de (nternet, se
mani)iesta de )orma transversal en muc"os de los productos y )ormas de trabajo y
organización que se gestan en la red. As subyacen en las movilizaciones sociales como el
04@ y en las nuevas )ormas de ciberactivismo..(nternet, creado por un grupo de expertos,
denominados entre ellos "acGers, de)ensores de los valores de la distribución del
conocimiento cient)ico-abierto, compartido, revisable y jerarquizado por meritocracia-y de la
contracultura, se )unda sobre estos principios/
7
. A estos "ay que sumarle la
descentralización y la descon)ianza "acia la autoridad.
Este código impregna completamente la labor del streamer, empezando por
conocimiento distribuido y el libre acceso a la in)ormación. !u trabajo es lanzado a la red
para que cualquiera disponga de #l, lo edite, lo reinvente, o lo divulgue. .'a gente de la Ked
adora los dispositivos inacabados, porque presuponen que la inteligencia está distribuida un
poco por todas partes y, como por todas partes "ay inteligencia, no "ay que tener miedo a
perder el control/
8
. Un paso más allá, muc"os streamers realizan )ormaciones a
colectivos e individuos para distribuir más el conocimiento de la "erramienta y sus
trabajos se organizan en base a licencias 1reative 1ommons.
'os activistas se organizan de )orma descentralizada con)luyendo en distintos nodos,
y de )orma "orizontal, aunque la ausencia de jerarquas no es total, existe la meritocracia.
En el caso del streamer su credibilidad o su "abilidad para conectarse en red son
determinantes a la "ora de medir su impacto y de generar con)ianza en los usuarios. 'a red
tambi#n reconoce el es)uerzo y la continuidad y cuando da su con)ianza, tambi#n exige. El
trabajo duro tiene un alto grado de reconocimiento en la red.
Ntro de los rasgos de la Stica LacGer "ec"o propio por los streamers es la pasión por
lo que "acen y la ausencia de estructuras rgidas a la "ora de "acerlo. El activista decide lo
que cubre, cuánto tiempo le dedica o "asta dónde va a llegar para desempe*ar su )unción
contrain)ormativa. .;anto los cient)icos como los "acGers saben por experiencia que la
ausencia de estructuras rgidas es una de las razones por las cuales su modelo es tan
5 Limanen H%&&2623I
7 ;ascón y Duintana H%&0%608I
8 -adilla H%&0%638I
*1
UOC / I! Redes" Co#unicaci$n % &ecnopol'tica
Uni(ersitat O)erta de Catalun%a Internet Interdisciplinary Institute
poderoso. LacGers y cient)icos empiezan sólo dedicándose a su pasión y luego, pasan a
trabajar en la red con otros individuos que la comparten. Sste espritu di)iere claramente del
que se "alla no sólo en el mundo de los negocios, sino tambi#n en el gobierno/
0&
!. "os streamers en Espa#a
'a )igura del streamer como periodista ciudadano y ciberactivista apareció en Espa*a
vinculada con el 04@, por lo que es un )enómeno muy reciente, y por ello di)cil de analizar
de )orma ex"austiva, ya que se reinventa da a da. 'a mayora de streamers que "ay a nivel
estatal está vinculados con #ste movimiento, pero tambi#n con otros grupos )ormados
previamente que "an visto engordadas sus )ilas gracias al 04@, y que se "an embebido de
las prácticas tecnopolticas del movimiento.
En el $iGi del movimiento indignado, 04@pedia, donde se recoge todos los datos
sobre el movimiento de )orma participativa se incluye una lista de los streamers que realizan
in)ormación poltica y social, donde )iguran 50 cuentas. +os de ellas ya no están activas por
crearse para momentos puntuales, como streamingKevoluciónVU%5N, o el streaming de la
-uerta del !ol, que recibió en su da casi 0& millones de visitas. Ntros tres de los citados no
"an usado su cuenta en ning,n momento o la "an dado de baja. +e los RR restantes y
su organización en peque*as categoras se pueden extraer algunos datos para de)inir a
esta BcomunidadB.
El )enómeno es muy reciente, salvo tres cuentas creadas en %&00, todas las demás
comenzaron a )uncionar a lo largo de %&0%, y una en %&03, por lo que la mayora acaba de
cumplir su a*o de emisión.
Lay mayor n,mero de personas que de colectivos o grupos organizados, 24 )rente a
%0. +e estos ,ltimos, cinco son asambleas del 04@, tres acampadas H9arcelona, !antiago
de 1ompostela y 9izGaiaI, dos son colectivos asociados a la luc"a por la sanidad p,blica,
dos televisiones independientes, H1anal 33 y !icomtelevisiónI, o grupos como +KC y
04@paKato.
'a actividad de las cuentas es muy dispar. %0 de ellos superan las 0&& emisiones en
directo, y sólo "ay 8 con menos de %&. Algunos sólo "an utilizado las cuentas para
retransmitir una acción puntual. !ucede lo mismo con la periodicidad de emisiones. Aunque
la gran mayora "ace un uso muy activo de la cuenta H37 "an realizado alguna emisión en el
,ltimo mesI, suelen coincidir con personas dedicadas a cubrir movilizaciones en grandes
n,cleos urbanos como @adrid o 9arcelona. 'os streamers ubicados en otros puntos del
mapa, como 'eón, !antiago de 1ompostela o Wran 1anaria tienen menos actividad.
;ambi#n se aprecia la movilidad en las coberturas, muc"os "acen streaming de
acciones en distintos puntos de su provincia, de la geogra)a espa*ola e incluso europea. El
4& por ciento H33I realizan mayoritariamente coberturas de @adrid capital y provincia y el %8
por ciento H08I de 9arcelona. Lay tambi#n streamers en !antiago de 1ompostela, Jaragoza,
Asturias, 1iudad Keal, 'eón, 1oru*a, Albacete, 9ilbao, Wran 1anarias, !evilla, @álaga,
Malencia.
+e las RR cuentas de streaming en activo 2& están vinculadas a alguna red de
comunicación de periodismo ciudadano, la mayora de ellas a -eople$itness y a
;oma'a;ele. !i bien esta ,ltima se presenta como una $eb tv en la que se combina trabajo
de pro)esionales de la comunicación audiovisual con el de activistas de la comunicación, la
primera es una red con)ormada exclusivamente por streamers. 'a relación básica de los
0& Limanen H%&&2627I
*2
15MP2P Beatriz Pérez Rioja
Encuentro transdisciplinar El streamer
activistas de la comunicación con estos nodos suele consistir en etiquetarlos en el ttulo de
la retransmisión para que puedan di)undirlo en sus redes sociales y pinc"arlo en sus propios
canales.
+e las tres compa*as a nivel internacional que o)recen so)t$are para realizar
streaming, 'ivestream, Ustream y 9ambuser, la tercera, ,nica europea, es la más popular.
+e las RR cuentas activas, R% utilizan #sta ,ltima. Una de las razones es que las leyes de
protección de datos son más estrictas en Europa y, por su carácter de activistas, la
seguridad es un )actor muy importante. Además, 9ambuser se "a erigido en la central del
periodista ciudadano y o)rece de )orma gratuita cuentas premium a los usuarios que generen
contenidos periodsticos. ;ambi#n tiene acuerdos )irmados con la agencia de noticias
Asociated -ress para que pueda disponer de los contenidos publicados por los usuarios,
previa solicitud de permiso a estos.
En lo re)erente a las temáticas de los streamings, la mayora corresponden a
mani)estaciones del 04@ y de distintos colectivos laborales, acciones directas de colectivos
en luc"a como la -AL o los trabajadores de sanidad, iaio)lautas, mineros, desalojos de
centros sociales ocupados, c"arlas,talleres. Un vistazo a la cantidad de espectadores o
vie$ers de distintas emisiones muestra cómo se concentra la atención en grandes
movilizaciones del 04@ y en acciones directas, as como en los vdeos donde se registran
agresiones policiales, consolidando as el papel de watch dog journalism de este tipo de
activismo comunicativo. Sstos ,ltimos suelen ser los que más se viralizan y los que
empiezan a ser demandados a los streamer por parte de algunos medios de comunicación
de masas, alterando los principios tradicionales de la agenda-setting. Un ejemplo es el vdeo
de T a li s tre a m de los disturbios en las movilizaciones el %3 de )ebrero de %&0%, que tuvo 582
vie$ers en directo, pero posteriormente llegó a las 0&043 reproducciones. (gualmente
T ! u y s u lu c "a congregó R30 espectadores en directo entrevistando a los detenidos en la
acción de la 1oordinadora %4! de rodear el congreso, pero luego se viralizó y alcanzó
002RR reproducciones.
-ero la particularidad y la )uerza del streaming es la posibilidad de la emisión en
directo, y algunas ci)ras empiezan a mostrar sus grandes potencialidades. 'a emisión de
T ! u y su lu c "a de la llamada a acampar )rente al congreso el 04 de julio de %&0% tuvo %R457
vie$ers en directo H33305 en totalI, y T m a inouv acercó la movilización del %3? de %&0% a
7R%8 personas, mientras 4%84 siguieron a T a li s trea m en directo ese mismo da, H0%58%
vie$ers en totalI.
En conclusión
Due una sola persona pueda pueda congregar a un p,blico de más de 3&.&&& oyentes tan
sólo a trav#s de su tel#)ono móvil, es un gran "ito en la "istoria de la comunicación y un
ejemplo claro del proceso de reinvención que está viviendo al calor de (nternet y las redes
sociales. !u consolidación y generalización como )orma de periodismo ciudadano está
por ver, pero es innegable la capacidad del streaming realizado a partir de tecnologa
inalámbrica para subvertir el )lujo tradicional de la in)ormación y encauzarla desde abajo.
Labrá que esperar para ver "acia dónde deriva esta nueva )orma de comunicación y
cual es su papel en la con)iguración del nuevo espacio p,blico. En tan sólo un a*o ya se
empiezan a ver nuevas propuestas, como ;oma'a;ele, donde un grupo de streamers "a
empezado "a emitir un in)ormativo semanal que resume las acciones más representativas
cubiertas por este medio. Kemplazar a los medios de comunicación de masas puede ser un
*!
UOC / I! Redes" Co#unicaci$n % &ecnopol'tica
Uni(ersitat O)erta de Catalun%a Internet Interdisciplinary Institute
objetivo muy pretencioso y, posiblemente, inalcanzable, pero las nuevas )ormas de
periodismo ciudadano están contribuyendo a ampliar el a)oro en el "asta a"ora exclusivo
club de los poderes mediáticos.
.'a comunicación inalámbrica no reemplaza, sino que a*ade elementos e
incluso trans)orma la ecologa de los medios extendiendo las redes de in)ormación
disponibles a individuos y grupos sociales, lo que re)uerza el nivel interpersonal, y aumenta
la e)icacia de la comunicación autónoma orientada "acia el cambio poltico. 1uando las
instituciones dominantes de la sociedad ya no tienen el monopolio de las redes de
comunicación de masas, la dial#ctica entre el poder y el contrapoder se ve alterada para
siempre, ya sea para mejor o para peor/
00
.
En Espa*a, sumida en el contexto de la crisis económica, las nuevas "erramientas
de ciberactivismo comunicativo responden a una necesidad social de intentar comprender,
más allá del secretismo gubernamental y mediático, los motivos de la crisis, sus verdaderas
implicaciones, las )ormas de organización y luc"a ciudadana y las alternativas a los modelos
impuestos. -or el momento, todo indica que la )igura del streamer "a llegado para quedarse.
A,n as, no "ay crisis que 0&& a*os dure, y ante una perspectiva de un )uturo más próspero
y una recuperación de las bases del bienestar social, "abrá que ver si la ciudadana sigue
comprometida con el cambio social y demanda esta "erramienta, o si se con)ormará y se
replegará, condenándola a ser un instrumento minoritario de movimientos sociales otra vez
mermados.
$ibliogra%&a
1A!;E''!, AK+XMN', @.?.Q D(U, <.'. y !EC, A H%&&5I6 1omunicación móvil y sociedad,
una perspectiva global. @adrid, ?undación ;ele)ónica, Arial.
1A!;E''!, @anuel H%&0%I6 Kedes de indignación y esperanza. @adrid, Alianza Editorial.
1astells, @anuel H%&&8I6 1omunicación y poder. @adrid, Alianza Editorial.
E!-YK(;U!A:;N, Nscar, KN+KYWUEJ, Wonzalo H%&00I6 -eriodismo ciudadano. Evolución
positiva de la comunicación. @adrid, ?undación ;ele)ónica, Ariel.
L(@A:E:, -eGGa H%&&2I6 'a #tica del "acGer y el espritu en la era de la in)ormación.
9arcelona, +estino.
@AKJN, <orge 'uis H%&&RI6 ?otogra)a y activismo. 9arcelona, WW.
-A+(''A, @argarita H%&0%I6 El Git de la luc"a en (nternet. @adrid, ;ra)icantes de !ue*os.
K(9A';A, <orge H%&00I6 El movimiento de la )otogra)a obrera H08%R-0838I, ensayos y
+ocumentos. @adrid, ;? editores.
;A!1Z:, @ario y DU(:;A:A, Colanda H%&0%I6 1iberactivismo, las nuevas
revoluciones de las multitudes conectadas. @adrid, 'os libros de la catarata.
UWAK;E +E +avid H%&&5I El poder de las redes. @anual ilustrado para personas, colectivos
y empresas abocados al ciberactivismo. @adrid. El 1obre Ediciones.
11 Castells (2007:330)
*.
15MP2P Beatriz Pérez Rioja
Encuentro transdisciplinar El streamer
Documentos
9arómetro 1(! :uevas ;ecnologas <unio %&0%. +isponible en6
" ttp 6[[ $$ $ .c is .e s [c is [e xpo rt[ s ite s [d e )a u lt[ -A rc " ivos [@ a rg in a le s [%82&\%848 [%827 [Es%827.pd)
'ebs
04@pedia6 " ttp 6[[ $ iG i.04 m .cc [$ iG i[- o rta d a
Wlobal Moices6 " ttp 6[[ e s.g lob a lvo ice son li n e .o rg [
-eople$ittness6" ttp 6[[ p e op le $ it n e ss.$o rd p re ss. c o m [
;oma'a;ele6 " ttp 6[[ $$ $ .to m a la te le .tv [$ e b[
*5
La batalla de
las historias.
Análisis de
las prácticas
de comunicación
del 15M
Si en un ámbito ha quedado patente la capacidad
innovadora y el potencial del nuevo activismo en red ha
sido, más allá de sus mecanismos de auto-organización y de
sus formas de acción creativas, el de la comunicación.
Campañas como !oque a "an#ia$, %&'pa(ato$ o
movimientos como la )*+$ y los ,aio-autas$, por citar solo
unos e.emplos de los que se analizan, muestran nuevas
maneras de ganar$ las batallas que, en torno a los códigos
/esos poderosos recursos simbólicos que enmarcan la
información$ y refuerzan el sistema0, se están librando. 1n
la movilización social, la comunicación se ha empleado
históricamente para crear identidades colectivas, señalar al
oponente y construir un nuevo marco interpretativo. Sin
embargo, estos procesos presentan, en el nuevo activismo
en red, numerosas peculiaridades2 la creación colaborativa,
la difusión distribuida multicanal, la remezcla, el contagio, la
auto-formación o las tácticas de guerrilla, son elementos
que intervienen estrat3gicamente para dar como resultado
unas prácticas de comunicación que, apoyadas en las
tecnolog4as y el poder de las redes, están siendo
determinantes. 1n este art4culo se repasan campañas y
proyectos del %&', mostrando la evolución de sus prácticas
de comunicación y cómo 3stas están conectadas con
iniciativas de ciberactivismo anteriores.
Yolanda Quintana
Periodista. Coautora de “Ciberactivismo: Las nuevas
revoluciones de las multitudes conectadas”
15MP2P Yolanda Quintana
Encuentro transdisciplinar La batalla de las historias
0. Introducción
El análisis de las prácticas de comunicación del 15M es una cuestión con muchos planos.
De entrada, teóricos y metodológicos
1
. También el objeto de estudio es mltiple, pues cabe
tanto el análisis de los contenidos resultantes de tales prácticas comunicati!as, como el de
los agentes "ue inter!ienen, los canales "ue las hacen posible #una cuestión central en este
caso "ue, ya por s$ sola, abre numerosos caminos para la re%le&ión# o las dinámicas "ue
generan.
'or todo ello, he optado por un planteamiento heterodo&o, pero "ue más práctico y
de interés, en el "ue, desde una perspecti!a amplia, no renunciamos a ninguno de los
puntos de !ista antes mencionados, a partir del marco teórico "ue e&pusimos en el libro
()iberacti!ismo* las nue!as re!oluciones de las multitudes conectadas+
,
.
En primer lugar, tras apuntar el papel de la comunicación en la mo!ili-ación social,
esbo-aremos el conte&to en el "ue estas prácticas ahora se producen, de%inido, por un lado,
por el acceso a las tecnolog$as y el despla-amiento de los medos de comunicación
con!encionales y, por otro, por los principios ideológicos de la ética hac.er y el modelo
/social, de distribución del conocimiento01 de las redes distribuidas. 2 continuación,
abordaremos el análisis de las prácticas comunicati!as a partir de los elementos de la
comunicación "ue inter!ienen en el proceso, como los canales, los agentes emisores y el
mensaje.
1. Comunicación y activismo
Todas las %ormas de comunicación desempe3an %unciones cla!e en la acción colecti!a. Es
algo sobre lo "ue la sociolog$a de los mo!imientos ha dirigido su atención desde la Escuela
de )hicago hasta las más recientes Teor$as de Mo!ili-ación de los 4ecursos /TM41 y de los
5ue!os Mo!imientos 6ociales /5M61.
2s$, la primera, desde el concepto del (interaccionismo simbólico+, ya en%ati-aba la
rele!ancia de los s$mbolos en las mo!ili-aciones en la medida en "ue estos plantean nue!as
interpretaciones de la realidad, son %ormas de interacción con los antagonistas y generan
identidades colecti!as.
6idney Tarro7 /%igura esencial de las TM41 e&plica "ue los mo!imientos atraen (a la
acción colecti!a por medio de repertorios conocidos de en%rentamiento+ entre los "ue se
encuentran (las redes sociales y los s$mbolos culturales+
8
.
1
Desde la sociolog$a, por ejemplo, en el marco del estudio de los mo!imientos sociales, puede
abordarse a partir de la Teor$a de Mo!ili-ación de los 4ecursos, o de los 5ue!os Mo!imientos
6ociales o de la 6ociedad 4ed, por citar tres modelos a los "ue más adelante nos re%eriremos.
2demás, por la incidencia pol$tica de dichas prácticas, ser$a también pertinente la perspecti!a de los
estudios de opinión pblica y participación9cultura pol$tica. 'or otro lado, en cuanto %enómeno
comunicati!o, nos permite recurrir a las mltiples teor$as y en%o"ues "ue han tratado la cuestión en el
ltimo siglo, desde los estudios culturales a los modelos de di%usión9producción de la in%ormación,
pasando por la semiótica y el análisis del mensaje. Todo ello sin ol!idar lo mucho "ue se puede
aportar desde disciplinas como la %iloso%$a o la ciencia de datos, por citar dos %ormas de apro&imarse
al %enómeno aparentemente alejadas.
2
T26):5, M. y ;<=5T252, >. /,?1,1 Ciberactivismo: las nuevas revoluciones de las multitudes
conectadas. Madrid* @os @ibros de la )atarata.
3
T244AB, 6. /,??C1. El poder en mo!imiento. Madrid* 2lian-a.
77
UOC / IN3 Redes Mo!i"ientos # $ecnopol%tica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
(@os medios de masas han trans%ormado la comunicación pol$tica desde los tiempos
de la 4e!olución Drancesa E...F 5o obstante, la mo!ili-ación de s$mbolos es tan importante
en los mo!imientos actuales como lo era hace dos siglos+. (G;ué e&plica el uso continuado
de este simbolismo e!ocadorH <na ra-ón es "ue contribuye a la construcción de identidades
colecti!as* otra es "ue proyecta, de cara a los obser!adores y antagonistas, la %erocidad o el
regocijo, la seriedad o el esp$ritu ldico del mo!imiento+
C
.
En uno de los in%ormes pioneros sobre los con%lictos en red
5
, se apuntaba "ue (las
redes como otras %ormas de organi-ación, se mantienen cohesionadas por las narrati!as, las
historias, lo "ue la "ue gente dice. 'or eso, de "uién sea la historia "ue gana es un aspecto
!ital de todos los tipos de con%lictos en red /net7ars1+
I
.
2r"uilla y 4on%eldt aclaran "ue (aun"ue podr$a presentarse el análisis de este ni!el
desde un en%o"ue más tradicional, como el cultural, ideológico o pol$tico, los conceptos
(narrati!as+ e (historias+ parecen igualmente tiles y son más dinámicos para capturar cómo
la gente realmente se comunica entre s$+.
@as !ictorias en el ni!el narrati!o pueden ser por lograr alterar la agenda pblica
/dando !isibilidad a problemas y realidades "ue permanecen ocultas1 pero, sobre todo, por
trans%ormar el marco interpretati!o /!alores, categor$as1 en "ue estas situaciones se
presentan y en el terreno de las legitimidades, las "ue se arrebatan y las "ue se ganan.
<na tarea %undamental de los mo!imientos sociales es la de (se3alar agra!ios,
!incularlos a otros agra!ios y construir marcos de signi%icados más amplios "ue puedan
encontrar eco en la predisposición cultural de una población y transmitir un mensaje
uni%orme a "uienes ostentan el poder y a otros estratos+
J
. Desde ese en%o"ue hay "ue
interpretar, por ejemplo, el eslogan de los mo!imientos 15#M y (Accupy+, (6omos el KKL+ o
la denuncia, tantas !eces repetida* (5o es MnuestraN crisis+.
En este proceso, "ue los sociólogos de los mo!imientos sociales denominan
(enmarcado+, los s$mbolos y las metá%oras desempe3an un papel cla!e. 6ir!en para
identi%icarse y cohesionar al mo!imiento /crear identidades colecti!as1, autoa%irmarse %rente
a obser!adores y antagonistas y %ijar los !alores y conceptos "ue con%ormarán el (campo de
batalla+ en el "ue se (en%rentan+ los discursos.
>, hasta hace no mucho, cumpl$an una %unción adicional* atraer los %ocos de la
atención mediática, como a%irmaban Dalton y Ouechler* (@o principal es "ue en el mundo de
nuestros d$as los mo!imientos se comunican con un pblico amplio a tra!és de los medios
de comunicación de masas, y "ue se usan s$mbolos espectaculares, dramáticos o
desproporcionados para atraer su atención+
P
.
El mo!imiento ecologista, un caso paradigmático entre los 5M6, nos o%rece en su
historia reciente un completo repertorio de acciones simbólicas /encadenamientos, asaltos,
pintadas1 "ue buscar$an ese alcance global. 5o hace tantos a3os, los estudios sobre
mo!imientos sociales resaltaban "ue* (@a protesta simplemente se ha con!ertido en otro
recurso pol$tico para in%luir en la opinión pblica y en los "ue toman las decisiones pol$ticas.
@os nue!os mo!imientos sociales también ponen más el acento en los medios de
comunicación como !$a para mo!ili-ar a la opinión pblica. Estos medios hacen posible "ue
4
@<M@E>, 4. /1KK?1 States of Emergency: Cultures of Revolt in Italy from 1968 to 1978 /@ondres y
5ue!a >or.* Qerso1 citado por Tarro7 /,??C1* op cit
5
24;<=@@2, R., 4A5DE@DT, D. /,??11. !et"or#s and !et"ars. 6anta Monica* 425D.
6
24;<=@@2, R., 4A5DE@DT, D. /,??11. $pcit
7
T244AB, 6 /,??C1* op cit
8
T244AB, 6. /,??C1 opcit
7&
15MP2P Yolanda Quintana
Encuentro transdisciplinar La batalla de las historias
los mo!imientos sociales e&tiendan su mensaje a toda la población, y a menudo las
acciones no con!encionales del mo!imiento se piensan en %unción de su impacto en los
medios+
K
.
6in embargo, esta !inculación desaparece en el nue!o (ecosistema mediático+ donde
se ha modi%icado tanto el proceso de producción de las in%ormaciones en toda su e&tensión,
como los criterios de noticiabilidad
1?
. )on =nternet, los mo!imientos ya no dependen de la
%uer-a "ue les otorgaba la amena-a del (Todo el mundo está mirando+. El (4ainbo7 Barrior+,
ahora, na!ega en las redes sociales.
De este modo, las acciones /con!encionales, como (tomar la calle+, o no1 de un
mo!imiento de protesta, una !e- liberados de esa dependencia, pierden el sentido "ue les
daba la bs"ueda del impacto mediático.
El espectáculo y los s$mbolos dramáticos toman %orman de ata"ues DDo6. > la
desproporción y el esperpento, siguiendo las tácticas de la comunicación de guerrillas, se
logran con fa#es /simulaciones1 irre!erentes, empleados también para erosionar los
s$mbolos de los oponentes. 5o se %orjan identidades colecti!as en el sentido tradicional. 5o
son las banderas las "ue agrupan a los descontentos, sino las eti"uetas en T7itter. 5o se
rei!indica una identidad, sino el anonimato, y as$ lo indi!idual se diluye en lo colecti!o* ()on
máscara o sin ella, todos somos 2nonymous+.
2. La comunicación del 15M: El contexto (I). Comunicación tecnolo!"as y
nuevas redes de movili#ación.
@as prácticas de comunicación del 15M guardan una estrecha !inculación con lo "ue se ha
!enido en llamar (nue!o ecosistema mediático+.
'or un lado, el indi!iduo dispone de herramientas, cuyo uso se ha democrati-ado,
"ue permiten la creación y di%usión de contenidos a una gran !elocidad y en cual"uier lugar
o momento. 2lgunas consecuencias de esta realidad son e!identes y se ha escrito mucho
sobre ellas, como la nue!a situación del (usuario+ en el centro de un proceso circular,
cuando antes era el destinario de un es"uema de transmisión de mensajes lineal y
asimétrico
11
.
'ero, además, el alcance de esta trans%ormación es enorme por"ue, más allá de la
alteración de la agenda pblica, se han arrebatado los mecanismos de construcción de la
4ealidad. @a asignación de !alores y jerar"u$as, la construcción de marcos de signi%icación
"ue dan sentido a los hechos, ahora se crean de %orma colecti!a. @a tecnolog$a ha hecho
posible "ue se traslade esta capacidad de unos pocos /los medios, "ue antes se la
arrebataron a otras instancias, como los intelectuales1 a muchos* (los cual"uiera+.
@as distintas teor$as e hipótesis "ue, en el ámbito de los estudios de comunicación de
masas se propusieron sobre su e!entual in%luencia
1,
part$an de las condiciones "ue
presentaba, entonces, tanto el consumo de medios como los procesos de elaboración y
9
D2@TA5#O<E)S@E4#TU4O@=5 /ed.1 /1KKC1. %os nuevos movimientos sociales Qalencia* 2l%onso el
Magnánimo.
10
6obre esto ltimo es interesante comprobar cómo el hecho de lograr rele!ancia en las redes
sociales con!ierte con %recuencia, por s$ solo, a un suceso en algo noticioso.
11
Qer re%ormulación de la teor$a clásica (T7o step %lo7+ en* T26):5,M. y ;<=5T252, >. /,?1,1.
Ciberactivismo: las nuevas revoluciones de las multitudes conectadas. Madrid* )atarata.
12
BA@D, M. /1KK11. %a investigaci&n de la comunicaci&n de masas, Tarcelona* 'aidós.
BA@D, M /1KKC1. %os efectos sociales de los media Tarcelona* 'aidós.
7'
UOC / IN3 Redes Mo!i"ientos # $ecnopol%tica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
di%usión de los mensajes, caracteri-ados por la pasi!idad del usuario, la asimetr$a /emisión
!ertical de mensajes de uno a muchos1 y la secuencialidad.
Drente a estas limitaciones, =nternet presenta los atributos opuestos* interacti!idad,
reticularidad /di%usión hori-ontal de mensajes de muchos a muchos1 e hiperte&tualidad, entre
otros
18
, "ue en entornos como los medios sociales /blogs, redes y plata%ormas1 desarrollan
todo su potencial.
En este escenario, el usuario es productor, editor /jerar"ui-a, relaciona01 y
distribuidor de contenidos. @os mensajes no se (emiten+, sino "ue se di%unden en red y se
mantienen relacionados por los enlaces y buscadores.
'ero la tecnolog$a no es la nica e&plicación del despla-amiento de los medios. Atra
es el abandono de su %unción social. =nternet, contaminada por las normas del ámbito
cient$%ico y uni!ersitario en el "ue surgió, (está dise3ado para garanti-ar "ue, a largo pla-o,
sea la !erdad la "ue determine al grupo de e!aluadores, y no al re!és...6i el grupo
e!aluador es incapa- de hacerlo, la comunidad se salta su arbitraje y crea nue!os canales+,
como e&plicó Simanen
1C
. En de%initi!a, la pérdida de credibilidad de la prensa, y no solo la
tecnolog$a, propicia esta alteración del orden mediático establecido.
2s$, el nue!o acti!ismo en red, (saltándose el arbitraje del grupo e!aluador+ ha
creado sus propios medios para dar !isibilidad las protestas "ue se %raguaban ajenas a la
atención mediática. Es el caso de los blogs por parte de los acti!istas árabes o del uso de
>outube para denunciar acciones de represión policial /lo hemos !isto en Tahrir, Tarcelona,
5ue!a >or., Ta.sim o Trasil1 o para dar a conocer el alcance de las mo!ili-aciones, con
e%ectos notables en el propio desarrollo de las mismas.
De hecho, la autonom$a de los ciberacti!istas de todo el mundo para in%ormar de sus
acciones y propagar los moti!os de las mismas, rompiendo de este modo la agenda de los
medios y, en muchos casos /Bi.iliea.s, re!ueltas árabes01, también la pol$tica, es una de
las cla!es de estos procesos. =nclus, con %recuencia, la chispa "ue inicia el proceso de las
nue!as re!oluciones no es solo el harta-go ante una situación concreta, sino "ue esta se
produ-ca ante el silencio /cuando no colaboración1 de los medios.
@a 'rima!era Vrabe no hubiese ocurrido sin la labor de a3os de una red de bloggers
"ue denunciaban abusos policiales y casos de corrupción, %uera de los %ocos de los grandes
medios, y "ue sir!ieron para tejer redes de con%ian-a y a%inidad y crear el clima de opinión
donde prendieron las protestas. El origen de la plata%orma <shahidi /una herramienta online
para !isuali-ar e!entos en un mapa1, surgida en Oenya en ,??P por una alian-a espontánea
entre hac.ers locales y acti!istas en derechos en humanos, no %ue otro "ue la ocultación por
parte de los medios o%iciales de los actos de !iolencia tras las %raudulentas elecciones
presidenciales de ,??J. 'or no hablar de Bi.ilea.s. En el juicio en el "ue se procesó a
Manning supimos "ue ésta hab$a intentado contactar pre!iamente, sin é&ito, con grandes
diarios para hacerles llegar sus grabaciones. @os periódicos terminaron cubriendo su
denuncia sobre alguno de los episodios más oscuros de la guerra de =ra., pero no antes de
"ue %uese destapada por la 7eb de 2ssange. En Mé&ico, el mo!imiento W>osoy18,, destaca
;uintana, > /1KKI1. Sociedad' consumidores y medios de comunicaci&n Madrid* )eaccu# Ministerio
de 6anidad y )onsumo.
13
6)A@24=, ).2. /,??P1* (ipermediaciones Elementos para una teor)a de la Comunicaci&n *igital
Interactiva. Tarcelona* Xedisa.
M25AQ=)S, @. /,??51. El lengua+e de los nuevos medios Tarcelona* 'aidós.
14
S=M25E5, '. /,??11. %a ,tica -ac#er y el esp)ritu de la era de la informaci&n Een l$neaF
Yhttp*99eprints.rclis.org91,P51919pe..a.pd% Z EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
&(
15MP2P Yolanda Quintana
Encuentro transdisciplinar La batalla de las historias
entre sus moti!os (%undacionales+ !arios sobre la %alta de neutralidad, sobre todo de las
grandes tele!isiones y muy particularmente Tele!isa, en la campa3a electoral de ,?1,. En
Tas.im, el paso de un pe"ue3o campamento de protesta para sal!ar el par"ue Xe-i a
grandes mo!ili-aciones, tu!o mucho "ue !er, no solo con la desproporción policial, sino con
la ocultación de ésta por parte de los medios locales, llegando a pro!ocar, incluso,
mani%estaciones %rente a la tele!isión pblica turca. A en Trasil, donde la cobertura de las
protestas de junio de ,?18 generó un intenso debate
15
e iniciati!as de autodi%usión "ue
también se ha producido en los casos anteriores, !isibles en eti"uetas como
Woccupythemedia, Wtomalosmedios u WAcupa2midia.
De este modo, las nue!as re!oluciones no solo surgen ajenas a los medios sino "ue,
en buena medida, su e&plosión también se e&plica, en parte, por esta ausencia.
'or otro lado, y !ol!iendo a la creciente penetración de las tecnolog$as, es necesario
contemplar este indicador no de %orma aislada, sino en relación con las habilidades
!inculadas a su uso. @a 2gencia de 5aciones <nidas para las Tecnolog$as de la in%ormación
establece tres ni!eles para medir el impacto social de las mismas* in%raestructuras y ni!el de
acceso, intensidad de uso y habilidades. @a con%luencia de estos tres elementos determinará
su repercusión social.
Es lo "ue se produjo, por ejemplo, en los pa$ses árabes creando un escenario
propicio para impulsar las re!oluciones de principios de ,?11. 4asha 2bdulla, de la
<ni!ersidad 2mericana de El )ario, en un ensayo en el "ue repasa el uso de los distintos
medios sociales por acti!istas egipcios en los ltimos a3os
1I
, destaca el impacto del
desarrollo de acti!idades cotidianas y aparentemente tri!iales en la 4ed, pero "ue
permitieron crear una cultura de comunicación democrática
1J
y hori-ontal
1P
y establecer
!$nculos de pertenencia entre personas "ue no se conoc$an
1K
* (0 el papel "ue los medios
15
D42X42, =. /,?181 ('rotests in Tra-il heighten debate on "uality o% mass media[s co!erage+ Een
l$neaF Te&as* Onight )enter EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F Yhttps*99.nightcenter.ute&as.edu9blog9??#
1C11?#protests#bra-il#highten#debate#"uality#large#medias#co!erageZ
16
2TD<@@2, 4. 2. /,?111. .-e Revolution /ill 0e ."eeted Een l$neaF. El )ario* The )airo 4e!ie7
Xlobal 2%%airs. Yhttp*99777.aucegypt.edu9gapp9cairore!ie79pages9articledetails.asp&Haid\PKZ EDecha
de consulta* 8?#?P#,?18F
17
(...los medios sociales también jugaron un papel !ital como modelo democrático. 6u espacio
inclusi!o ense3ó indirectamente lecciones de democracia a un amplio sector de la ju!entud egipcia
"ue no ten$a necesariamente inclinaciones pol$ticas. )uando el momento llegó, ellos estaban
dispuestos a unirse a la re!uelta. @a estructura de los medios sociales ense3ó a los egipcios "ue
e&iste un espacio "ue puedes llamar a tu propia espacio, donde se puede decir lo "ue se piensa (
2TD<@@2, 4. 2. /,?111* op cit
18
(@a segunda lección !aliosa "ue ense3ó a los egipcios %ue una lección de lo "ue yo llamo la
(comunicación hori-ontal+. 2ntes de las redes sociales, los jó!enes egipcios estaban acostumbrados a
(ser hablados+, más "ue (hablar a+ o (hablar con+. @a comunicación era principalmente !ertical,
procedente del régimen a todos los demás. @a ju!entud ten$a !arias capas de esa comunicación
!ertical impuesta sobre ellos, a !eces incluso su propia %amilia %ormaba una de esas capas. @os
patrones autoritarios de comunicación no permit$an una gran interacción hori-ontal. 'ero las redes
sociales, y, %inalmente, la propia e&istencia de =nternet ense3ó a los jó!enes egipcios unas cuantas
lecciones de la comunicación democrática, aun"ue la esencia de las con!ersaciones "ue lle!a a cabo
no %uera necesariamente de carácter pol$tico+ 2TD<@@2, 4. 2. /,?111, op cit
19
(@os sentimientos de pertenencia a la red social podr$an con el tiempo crear un sentido de
comunidad real "ue no está presente en las comunidades árabes o%% line, y podr$a ayudar a "ue los
ciudadanos árabes %uesen más audaces en sus demandas pol$ticas a medida "ue aprenden "ue no
están solos en estas demandas+. 2TD<@@2, 4. 2. /,?111, op cit
&1
UOC / IN3 Redes Mo!i"ientos # $ecnopol%tica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
sociales han jugado durante a3os preparando indirectamente a sectores de jó!enes egipcios
para este momento y capacitándoles para apro!echar la oportunidad para el cambio cuando
llegó el momento0+
,?
.
<na idea "ue "ueda genialmente resumida en esta %rase de Xuillermo ]apata* (El
mérito del uso de las redes del 15m ha sido igualar la pol$tica a t7ittear sobre cine o gatitos
o msica o salir+
,1
El nue!o acti!ismo ha apro!echado estratégicamente todos estos cambios /acceso a
las tecnolog$as, di%usión de habilidades, despla-amiento de los medios1 en su
en%rentamiento con el poder. @a ausencia de la prensa
,,
de los nue!os %enómenos de
protesta /además de permitir la creación de una red de canales in%ormati!os alternati!os
donde cada acti!ista es un medio y arrebatar la potestad de (crear la realidad+, como ya se
ha comentado1 ha propiciado la propagación de saberes e&pertos, "ue se ense3an o se
contagian, y "ue son cla!e, más allá de su misión original /suplir, completar o corregir la
labor in%ormati!a del periodismo pro%esional1, al estar listos para cuando una acción o
campa3a as$ lo re"uiera. El usuario de t7itter ^)iudadano_]er? lo re%lejaba con nitide-*
()uando pienso "ue el capitalismo in!entó el mar.eting me siento como si hubiéramos
asaltado el depósito de armas del enemigo+
,8
.
2s$, la autonom$a para in%ormar permite romper el silencio de los medios mainstream
y dar !isibilidad al discurso de la protesta o a episodios de con%rontación, "ue, de otro modo,
hubiesen "uedado ocultos o atenuados` la capacidad para crear (realidad+, ha hecho posible
alterar !alores consolidados /"ué es aceptable, justo, l$cito y "ué no lo es01 y, an más
importante* el proceso de di%usión de todo ello ha permitido articular redes de solidaridad y
empat$a, sustrato de las nue!as protestas, cuyas acciones transcienden, de %orma cotidiana,
el ámbito !irtual.
2. El contexto (II): Las comunicación del 15M desde la $tica %ac&er
,C
El estudio de las acciones de comunicación reali-adas (por+ el mo!imiento 15M nos permite
describir cómo la protesta se e&tiende, logra un impacto social impensable, consigue
desarrollar una identidad y cohesión interna y autoa%irmarse %rente a sus antagonistas y
construir un discurso propio. 'ero para entender los por "ué, /y también la desorientación de
"uienes se han sentido se3alados por las cr$ticas, principalmente, pol$ticos y medios de
comunicación1 con!iene mirar un poco más atrás.
20
2TD<@@2, 4. 2. /,?111, op cit
21
]2'2T2, X. /^casiopeae&pres1. ((El mérito del uso de las redes del 15m ha sido igualar la pol$tica
a t7ittear sobre cine o gatitos o msica o salir+. ,C de agosto de ,?18.
Yhttps*99t7itter.com9casiopeae&pres9status98J1,?P8?CJCKJ15C5IZ Econsultado el 8? de agosto de
,?18F
22
T26)A5, M., ;<=5T252, >. /,?181 (4e!oluciones en red+, El 'a$s, ,C de agosto de ,?18.
Yhttp*99elpais.com9elpais9,?189?J98?9opinion918J51K,?1K_PJ??8I.htmlZ EDecha de consulta* 8?#?P#
,?18F
23
)_]? /^) iudadano_]er?1. ()uando pienso "ue el capitalismo in!ento el mar.eting me siento
como si hubiéramos asaltado el deposito de armas del enemigo W)om4adical+. , de junio de ,?18.
Yhttps*99t7itter.com9)iudadano_]er?9status98C11KJK?,?5851K8I1Z EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
24
<na !ersión e&tensa de este apartado puede !erse en* T26)A5,M y ;<=5T252, >. /,?1,1. $p cit
También en* ;<=5T252, >. /,?111 (De 6eattle a (2campadasol+ Een l$neaF Tlog (@lámalo>+, 1, de
junio de ,?11. Yhttp*99llamaloy.7ordpress.com9category9mo!imientos#sociales#,9page9,9Z EDecha de
consulta* 8?#?P#,?18F
&2
15MP2P Yolanda Quintana
Encuentro transdisciplinar La batalla de las historias
Esta perspecti!a es necesaria por"ue, como hace décadas se ad!ert$a en
sindominio.net, ((el ciberespacio adigámoslo una !e- mása no es una herramienta, no es
una in%raestructura* es un determinado modo de utili-ar las in%raestructuras e&istentes` en
suma, el ciberespacio es un tipo particular de relación entre personas, un !erdadero
mo!imiento social "ue se ha desarrollado al margen de Estados y multinacionales sobre una
base de %uncionamiento cooperati!o+.
,5
,8 de no!iembre de 1KKI. R.'. Tarlo7 /letrista del grupo Xrate%ul Dead y co#%undador
de la Electronic Drontier Doundation, organi-ación de de%ensa de los derechos ci!iles en
=nternet1 se dirige a los l$deres mundiales en la cumbre de Da!os para ad!ertirles* (5o sois
bien!enidos entre nosotros. 5o ejercéis ninguna soberan$a sobre el lugar el "ue nos
reunimos+.
6e trata de un te&to muy conocido, la (Declaración de =ndependencia del
)iberespacio+
,I
. <n mani%iesto "ue, por encima de su lirismo y tintes utópicos, contiene
cla!es tan actuales "ue puede cali%icarse de premonitorio en muchos de sus puntos* (5o
tenéis ninguno derecho moral a gobernarnos ni poseéis métodos para hacernos cumplir
!uestra ley "ue debamos temer !erdaderamente+. (5o nos conocéis ni conocéis nuestro
mundo+. (As atemori-an !uestros propios hijos, ya "ue ellos son nati!os en un mundo donde
!osotros siempre seréis inmigrantes. )omo les teméis, encomendáis a !uestra burocracia
las responsabilidades paternas a las "ue cobardemente no podéis en%rentaros+0 son
algunas de sus %rases emblemáticas.
En realidad, la historia de los por "ué hab$a comen-ado dos décadas antes de
a"uella %echa con la in!ención del ordenador personal /1KJ,1 y la red (2rpanet+ /1KIK1, el
embrión del actual =nternet
,J
.
(El in%ormacionalismo %ue en parte in!entado y decisi!amente modelado por una
nue!a cultura "ue resultó esencial en el desarrollo de las redes in%ormáticas, en la
distribución de la capacidad de procesamiento y en el aumento del potencial de inno!ación
por medio de la cooperación y la participación. @a comprensión teórica de esta cultura y de
su papel como %uente de inno!ación y creati!idad0 es la piedra angular de la génesis de la
sociedad en red+
,P
.
=nternet, creado por un grupo de e&pertos, denominados entre ellos hac.ers,
de%ensores de los !alores de la distribución del conocimiento cient$%ico aabierto,
compartido, re!isable y jerar"ui-ado por meritocraciaa y de la contracultura, se %unda sobre
esos principios. @a 4ed se creó para compartir, cooperar y crear conocimiento de manera
colaborati!a a partir del libre acceso a la in%ormación.
<nos !alores "ue proceden del entorno uni!ersitario en el "ue se desen!uel!en*
(Este parentesco con el modelo académico de in!estigación no es accidental* la
transparencia puede considerarse un legado "ue los hac.ers han recibido de la
uni!ersidad+
,K
25
6=5DAM=5=A.5ET/,??,1 (El laboratorio se "ueda en @a!apiés+ Een l$neaF
Yhttp*99sindominio.net9laboratorio9lab?89sindominio.php Z EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
26
T24@AB, R.'. /1KKI1 (Declaración de =ndependencia del )iberespacio+ Een l$neaF
Yhttp*99biblio7eb.sindominio.net9telematica9mani%_barlo7.htmlZ Econsultado el 8?#?P#,?18F
27
@EQ>, 6.,/ 1KPC, ,??11. (ac#ers: (eroes of t-e Computer Revolution Een l$neaF 'roject Xutenberg
eToo. EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F Yhttp*99777.gutenberg.org9cache9epub9J,K9pgJ,K.htmlZ
28
)26TE@@6, M. /,??11 en* S=M25E5 '., op. cit.
29
S=M25E5, '. /,??11, $pcit
&3
UOC / IN3 Redes Mo!i"ientos # $ecnopol%tica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
Due 6te!en @e!y /"ue en el libro (Sac.ers. Seroes o% the computer re!olution+
8?
,
presentaba el mundo de estos geniales pioneros1 "uien ad!irtió "ue e&ist$a (una %iloso%$a
comn "ue parec$a ligada a la lógica de los ordenadores. Era la %iloso%$a de compartir, de la
apertura, la descentrali-ación...+. > todo ello para un %in* (Mejorar las má"uinas y mejorar el
mundo+. Era la btica Sac.er. Estos principios podr$an resumirse en los siguientes puntos*
• 'usencia de estructuras r"!idas y (ormas de acción distri)uidas.
@as prácticas de comunicación del las nue!as mo!ili-aciones no pueden
des!incularse de la estructura, reticular y distribuida, de =nternet. En palabras de @essig* (0
la modalidad "ue encabe-a esta lista de protectores de la e&presión en el ciberespacio es
/una !e- más1 la ar"uitectura. 2nonimato relati!o, distribución descentrali-ada, mltiples
puntos de acceso, ausencia de necesidad de ataduras geográ%icas, ine&istencia de un
sistema simple para identi%icar contenidos, herramientas criptográ%icas# todos estos atributos
y consecuencias del protocolo de =nternet di%icultan el control de la e&presión en el
ciberespacio. @a ar"uitectura en el ciberespacio es la !erdadera protectora de la e&presión`
constituye la ('rimera Enmienda en el ciberespacio+0+
81
.
<na con%iguración "ue está relacionada con sus or$genes académicos y "ue, lejos de
suponer debilidad, e&plica su %ortale-a, como apuntó Simanen* (Tanto los cient$%icos, como
los hac.ers saben por e&periencia "ue la ausencia de estructuras r$gidas es una de las
ra-ones por las cuales su modelo es tan poderoso+
8,
.
Este carácter dinámico no implica "ue se care-ca de jerar"u$as. En =nternet, como en
la comunidad cient$%ica, %unciona la meritocracia. El papel en la red !iene dado por lo "ue se
aporta y por el !alor "ue los demás le conceden, en un proceso de re!isión colecti!a "ue
e&plica, por ejemplo, el decli!e de la in%luencia de los medios de comunicación, antes
apuntado.
En las estrategias distribuidas, el desgaste del oponente no se logra con e!entos
/como las mani%estaciones en la protesta con!encional1, sino con acciones dispersas y
constantes "ue atacan desde mltiples %lancos para después replegarse y "ue se reacti!an
cuando es necesario.
@os a%ectos y las emociones acti!an protestas relámpago o (s7arming+, /ya lo !imos
la noche del 1C#M de ,??C1 y mantienen cohesionada a la red.
• Cultura cola)orativa
@as nue!as re!oluciones comparten la ética hac.er del trabajo. /(6er un hac.er es
muy di!ertido, pero es un tipo de di!ersión "ue comporta mucho es%uer-o+, dejó escrito E.
6.4aymond1, "ue se caracteri-a por la pasión, la %le&ibilidad del reparto entre tiempo de
trabajo y ocio y la meritocracia.
En el caso del 15M, iniciati!as legales inno!adoras como W15Mpa4ato, materiales de
contra#in%ormación como los del grupo arti!ista X.=.@.2. o la inteligente gestión de la
comunicación de las identidades colecti!as, por citar tres ejemplos entre otros muchos, son
30
@EQ>, 6. /1KPC1 $pcit
31
@E66=X, @. /,??I1. Code' version 12 Een l$neaF 5ue!a >or.* Tasic Too.s EDecha de consulta* 8?#
?P#,?18F Yhttp*99777.code!,.cc9do7nloadcremi&9@essig#)ode!,.pd%Z
32
S=M25E5 '., /,??11 $p cit
&)
15MP2P Yolanda Quintana
Encuentro transdisciplinar La batalla de las historias
posibles por este entorno cooperati!o, donde, además, los saberes se transmiten y las
prácticas se contagian.
2s$, el conocimiento e&perto /in%ormático, jur$dico, de comunicación01 distribuido se
pone al ser!icio de la mo!ili-ación, haciendo !isible el trabajo pre!io de los hac.labs, donde
se hab$a !enido ensayado la interdisciplinariedad y la integración de saberes.
También tiene relación con el pensamiento del (Do it >oursel%+* (El ciberacti!ismo,
como hijo de la cultura hac.er, se reitera en el mito del hágalo usted mismo. (@a idea es*
desarrolla herramientas y ponlas a disposición pblica. >a sabrá "uien sepa "ué hacer con
ellas. @as herramientas no son neutrales. Desde archi!os descargables para hacer plantillas,
!olantes y camisetas hasta so%t7are libre para hacer y de%erar blogs, pasando por manuales
de resistencia ci!il no !iolenta con mil y un pe"ue3os gestos cotidianos "ue propagar` todo
esto lo hemos !isto en 6erbia primero y en <crania y Oirguistán después. > %unciona.+
88
@a cultura colaborati!a de =nternet también guarda relación con lo "ue @a7rence
@essig denomina (remi&+ o reme-cla. El remi& se basa en la (reapropiación+ y supone la
producción de nue!os contenidos a partir de otros pre!ios. <n modelo muy !inculado a la
creación cient$%ica y al propio origen de =nternet. (>a sea te&to o más allá del te&to, remi& es
el collage` !iene de la combinación de elementos de la cultura (4ead Anly+ E(solo leer+, en
oposición a la cultura (4B+, Mleer y escribirNF y tiene é&ito apro!echando lo creado por la
re%erencia a construir algo nue!o+
8C
.
<n nue!o paradigma "ue rede%ine la %igura del autor /como !eremos más adelante, a
propósito de los agentes emisores1, cuya muerte anunció en 1KIP 4oland Tarthes
85
, y el
proceso creati!o* (Eliminar una idea %alsa, sustituirla con la justa. @a !anguardia es un
saludable dretorno a lo antiguoe* estamos abandonando la dcultura de masase de la era
industrial /centrali-ada, estandari-ada, un$!oca, obsesionada por la atribución del autor,
regulada por incontables so%ismas y "uis"uillosidades1 para adentrarnos en una dimensión
producti!a "ue, a un ni!el de desarrollo más alto, presenta no pocas a%inidades con la de la
cultura popular /e&céntrica, de%orme, hori-ontal, basada en el dplagioe, regulada por el
menor nmero de leyes posible1+
8I
.
• Li)re acceso a la in(ormación: redes vs. medios
@a libre distribución y acceso a la in%ormación, como propiedad de la 4ed y !alor
supremo de la ética hac.er, es el rasgo con mayor incidencia directa en los nue!os
%enómenos de ciberacti!ismo. Muchos de ellos, desde <shahidi a Bi.iliea.s o la red de
bloggers árabes surgen como reacción a la %alta de cobertura por parte de los medios
con!encionales, bien por situaciones de censura, bien por de%iciencias estructurales, por
resumir de algn modo las carencias de todo tipo "ue se dan en los pa$ses democráticos
para un pleno dis%rute del derecho a la in%ormación.
33
<X24TE, D. /,??I, ,?111. $pcit
34
@E66=X, @. /,??P1. Remi3: 4a#ing 5rt and Commerce .-rive in t-e (ybrid Economy. @ondres*
Tloomsbury 2cademic. @E66=X, @. /,?1?1* (4e#e&aminando el 4emi&+ EQ$deo en l$neaF 5ue!a >or.*
TED EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F Y http*99777.ted.com9tal.s9lang9es9lessig_nyed.htmlZ
35
Tarths, 4. /1KIJ1 (@a muerte del autor+. )itado por* M24)SV5 D=], 6. /,??K1 (@a crisis de la
autor$a+ Een l$neaF Madrid* El )ultural. EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
Yhttp*99777.elcultural.es9!ersion_papel924TE9,5P?P9Sitos_de_la_historia_recienteZ
36
)A@E)T=QA B< M=5X /,??,1 ()opyright y maremoto+Een l$neaF Dundación Bu Ming EDecha de
consulta* 8?#?P#,?18F http*99777.7uming%oundation.com9italiano9Xiap9maremoto.html
&5
UOC / IN3 Redes Mo!i"ientos # $ecnopol%tica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
De este modo, el nue!o acti!ismo en red se organi-a ajeno a los medios
tradicionales, como si no los necesitaran, como si no les sir!iera para nada. )omo
apuntábamos en otra ocasión, (Sistóricamente en cada cambio pol$tico importante algn
nue!o medio de comunicación hab$a acompa3ado y crecido con la nue!a élite emergente
"ue luchaba por conseguir el poder. 6iempre hab$a una radio, un periódico hermanado de
algn modo con las masas re%ormistas o re!olucionarias. Soy ese papel apenas es asumido
por algunos periodistas indi!iduales, pe"ue3os medios digitales, redes de blogs o incluso
antiguos y nue!os %oros utili-ados como catacumbas en las "ue se preparan y discuten
estrategias pol$ticas. @as cabeceras tradicionales están en gran parte ausentes+
8J
El 1K de mayo, desde la cuenta en T7itter ^acampadasol se escrib$a* (Esto es lo
"ue es gracias a la libertad de las redes sociales+
8P
.
<na semana antes, el d$a 1,, la 'lata%orma 15 de Mayo presentaba en rueda de
prensa su llamamiento* (5o somos mercanc$a en manos de pol$ticos y banca"ueros+ El acto
%ue sólo cubierto por tres medios comerciales* 'blico, El 'a$s y la agencia EDE. Due el
momento de la comunicación de guerrillas. @a con!ocatoria se di%undió en t7itter con el
hastag W15mprensa. <na eti"ueta "ue sir!ió tanto para di%undir el e!ento, como para
"uejarse de la pobre atención period$stica
8K
.
El é&ito de la mani%estación no tu!o su re%lejo en la prensa con!encional, "ue sólo
recogerá en sus portadas el mo!imiento cuando el clamor de los indignados lle!a d$as
llenando las pla-as de Espa3a, como pone en e!idencia el muy di%undido grá%ico de
(5umeroteca+
C?
.
Esta %alta de atención genera decenas de mensajes en t7itter
C1
y con!ierten a esta
red, en una !$a de in%ormación alternati!a donde los propios mani%estantes y algunos
periodistas pro%esionales, como )armela 4$os
C,
, narran la protesta.
37
T26)A5, M., ;<=5T252, >. /,?181 (4e!oluciones en red+, El 'a$s, ,C de agosto de ,?18.
Yhttp*99elpais.com9elpais9,?189?J98?9opinion918J51K,?1K_PJ??8I.htmlZ EDecha de consulta* 8?#?P#
,?18F
38
2)2M'2D2 6A@ /^acampadasol1 /,?111 (^RDernande-2rce esto es lo "ue es gracias a la
libertad de las redes sociales+, 1K de mayo de ,?11. Een l$neaF
Yhttps*99t7itter.com9acampadasol9status9J1,KJJCI1CK1JK8K8Z EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
39
'or ejemplo* X24)f2 )26T2gA, R /,?111 /^jorgegcastano1 (@a re!olución no será tele!isada.
5inguna tele comercial en la rueda de prensa con!ocando el W15Mprensa. 6ólo ^!udeo_org+. 1, de
mayo de ,?11. Yhttps*99t7itter.com9jorgegcastano9status9IP5KJC5P?K51JJJ,PZ EDecha de consulta*
8?#?P#1,F
40
5<ME4ATE)2 /,?111 Superficie dedicada al 164 en las portadas Een l$neaF
Yhttp*99numeroteca.org9,?119?59,19super%icie#dedicada#a#15m#en#portadas#89Z EDecha de consulta*
8?#?P#,?18F
41
'or ejemplo* Q24E@2, R /^j!arela1 /,?111 * (W15m Wnoles!otes en la calle, por ahora los grandes
medios no lo cubren. 6ólo E' en Es.up. )ontaminación poder pol$tico y medios, obsoletos+, 15 de
mayo de ,?11, ?K*8J h. Yhttps*99t7itter.com9periodistas,19status9IKP?851P88I811,KIZ ` QEX2, R. de
/,?111 /^ja!id!ega1
(En ^telediario_t!e, el W15m sólo ha tenido un corte de ,?[[, tras una noticia de una %eria inmobiliaria
en Tcn W15mprensa+ 15 de mayo de ,?11, 1,,88 h.
Yhttps*99t7itter.com9ja!id!ega9status9IKPCK,8???C5PP5CCZ ` )E4E)ED2, 4. /,?111
/^4a%acereceda1 ('ues sin acritud, W15mani W15m sigue sin estar en portada de El 'a$s /ni si"uiera
en 5acional1 ni en el ,Choras ^rt!e+ 15 de mayo de ,?11, ?8*8? h.
Yhttps*99t7itter.com94a%acereceda9status9IKPK,CI8CPK8,8??PZ
&*
15MP2P Yolanda Quintana
Encuentro transdisciplinar La batalla de las historias
2 los dos d$as de la marcha llegar$a la primera portada internacional, en @e Mond, y la
m$tica retransmisión en streaming de la segunda noche de concentración desde una casa
particular con un telé%ono mó!il por parte del periodista Ruan @uis 6ánche- para
'eriodismohumano.com
C8
, y cuya imagen, esa s$, llegar$a a la cubierta del Bashington 'ost
y al 5e7 >or. Times
CC
.
En cual"uier caso, la cobertura, o la ausencia de ella, %ue una constante de las
discusiones en la red esas semanas.
• El es*acio *+)lico en la sociedad en red
En la (era+ de la comunicación de masas, esa "ue ya nadie duda "ue hemos dejado
atrás, el espacio pblico no era otro "ue el de%inido por los propios medios. En un estudio
clásico, 4ass Communication .-eory, Dennis Mc;uail conclu$a en 1KP8* (@os mass media
producen reproducen y distribuyen conocimiento "ue nos permite dar un sentido al mundo y
modelar nuestra percepción del mismo+
C5
.
6e plasmaba as$ la idea de "ue los medios (construyen la realidad+ pues los
acontecimientos solo e&isten en la medida "ue a"uellos los elaboran y reproducen
CI
. 2l
de%inir el espacio pblico, se imponen jerar"u$as, se establece "ué merece ser incluido en el
debate pblico y "ué "ueda %uera /agenda#setting1 y se otorgan credibilidades* dando carta
de naturale-a a una supuesta (opinión mayoritaria+ y silenciando u ocultando otras /espiral
del silencio1.
(@as e&periencias sociales signi%icati!as se ad"uieren actualmente en el espacio
pblico. Es en él donde se encuentran los sistemas !alorati!o#normati!os "ue orientan y
regulan los modos de conocimiento y los espacios sociales. > este espacio pblico no es
otro "ue el delimitado por la comunicación de masas, en parte creación espec$%ica suya, y
en parte apropiación de los pree&istentes ámbitos pol$tico y cultural. De este modo es un
espacio "ue pretende ser representati!o y normati!o a la !e-. 4epresentati!o por"ue a
tra!és de él se e&presar$a la sociedad ci!il en %orma de opinión pblica. > normati!o por"ue
di%unde un uni!erso moral prescripti!o+ /Artega, 1KKC1
CJ
.

'ero =nternet cambió los !alores y las reglas. 2 la hora de (construir la realidad+, ya
no solo entra en juego la capacidad de %iltro, jerar"ui-ación e imposición de !alores de los
medios. @a ar"uitectura en red de =nternet y la cultura colaborati!a "ue le es propia permiten
"ue todos seamos productores de contenido* cual"uier ciudadano puede elaborarlo y
di%undirlo a tra!és de blogs y redes sociales y llegar, prácticamente, a cual"uier punto del
planeta.
42
4=A6, ). /,?111 (El W15M en directo en t7itter+ El'ais.com Een l$neaF
Yhttp*99elpais.com9especiales9,?1,9narracion#15m9Z EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
43
'E4=AD=6MAS<M25A.)AM /,?111 En directo desde el 164
7http*99periodismohumano.com9sociedad9en#directo#desde#acampadasol#en#madrid.htmlZ
44
42D=A)2T@E.)AM /,?111 El 4ovimiento 164 copa la portada del /as-ington 8ost y otros medios
Een l$neaF 1K de mayo de ,?11 Yhttp*99777.radiocable.com97ashington#post#15m1K5.htmlZ EDecha de
consulta* 8?#?P#,?18F
45
M);<2=@, D. /1KP81 Introducci&n a la teor)a de la comunicaci&n de masas, Tarcelona, 'aidós.
46
QE4:5, E. /1KPK1 Construir el acontecimiento, Tarcelona, Xedisa.
47
A4TEX2, D. /1KKC1*El mito de la moderni9aci&n, Tacelona, 2nthrophos.
&7
UOC / IN3 Redes Mo!i"ientos # $ecnopol%tica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
En la 4ed, el espacio no (se construye+, sino "ue es un (espacio social global+, (un
acto natural "ue crece de nuestras acciones colecti!as+
CP
.
,. Los canales de comunicación del 15M
El análisis de la comunicación del 15M, por todo lo "ue !enimos contando, no puede
des!incularse del análisis de sus canales y el papel desempe3ado por estos* (E&isten redes
de medios "ue se sincroni-an para compartir una buena causa. E&isten prácticas de
producción participati!as "ue in!olucran a los usuarios de estos medios en la elaboración de
contenidos. Medios como T7itter, un '2D o Daceboo.. 'rácticas como en!iar mensajes a
grupos /mensajer$a mó!il1 o elaborar documentos en entornos colaborati!os en tiempo
real+
CK
.
'or estos (nue!os+ canales circularon miles de mensajes "ue* a1 di%undieron %ormas
de protesta "ue hasta entonces no hab$amos !isto, b1 construyeron una narrati!a "ue ha
erosionado de %orma notable a los poderes establecidos y c1 organi-aron redes de
participación pol$tica y acti!ismo an muy !i!as aun"ue en ocasiones mutadas
5?
.
Mirando solo a lo más inmediato /las grandes mani%estaciones del 15 de mayo de
,?111 !emos, en el origen de esta protesta, la con%luencia de una !ariedad de mo!imientos y
acciones "ue se hab$an ido organi-ando principal /pero no nicamente1 online.
2s$, la ('lata%orma del 15 de mayo+ surge como una iniciati!a promo!ida en el grupo
de Daceboo. (Estado del malestar+ /"ue en Madrid se daba cita, (%$sicamente+ en la 'uerta
del 6ol1 para intentar (sacar a la sociedad a la calle+. 2 partir de mar-o hab$an empe-ado a
surgir simultáneamente grupos del (Estado del Malestar+ en di%erentes ciudades de Espa3a*
en Xranada, en Tarcelona, Malaga02lgunos los inició una sola persona, como 6ara
Qá-"ue-, de Málaga, "ue empe-ó ella sola en una pla-a con un cartel* (Estoy indignada+.
2l mismo tiempo ya actuaban otras organi-aciones. 6urgió (Ru!entud 6in Duturo+ y ya
estaba en marcha W5oles!otes. 'aralelamente comien-a una M'lata%orma de coordinación
de grupos pro#mo!ili-ación ciudadanaN, embrión de la 'lata%orma Democracia 4eal >a. El
siguiente paso* pedir la !inculación de asociaciones. >, de nue!o, se multiplicaron.
Empe-aron a crecer e&ponencialmente grupos de Daceboo. en la 4ed. 'ero la idea siempre
era dar el salto de lo !irtual a lo real.
2 esto hay "ue sumarle iniciati!as (indi!iduales+ "ue se apoyan en la autonom$a para
crear y di%undir contenido* Elena Mart$ne- #una licenciada con dos t$tulos, un máster, tres
idiomas, y en paro h y sus amigos pensaron "ue >outube podr$a ser el canal en el "ue hacer
!isible su indignación. @a idea la lan-an el ,K de abril. El %ormato* un bre!e !$deo casero en
el "ue cada persona e&presa sus propios moti!os para decir* (yo también estoy indignado+.
48
T24@AB, R.'. /1KKI1 $pcit
49
4eplicando el modelo de (Accupy 4esearch+, un grupo de in!estigadores en el ámbito de la
comunicación, los mo!imientos sociales y el análisis de datos , lan-amos en mayo de ,?18 la
(Encuesta 15#M+, coincidiendo con su segundo ani!ersario. El objeti!o era conocer este proceso, el
grado de implicación de las personas "ue participan /"uiénes, cómo y por "ué1 y el papel de los
medios y la tecnolog$a en su di%usión, entre otros aspectos. En menos de un d$a se lograron reunir
más de C.8?? respuestas !álidas /Accupy 4esearch tardó un mes en obtener 5.??? en toda <621.
Disponible en* http*99777.encuesta15m.cc9 y en*
http*99llamaloy.7ordpress.com9,?189?59159resultados#encuesta#15m9
50
A@=DE5 2., 4E;<E52 2., 6V5)SE], R.@., (@os hijos del 15M ya andan solos+ /Eldiario.es, 1,#
?5#,?181 http*99777.eldiario.es9politica9hijos#andan#solo_?_18?PPJI88.html E)onsultado el 8?#?P#
,?18F
&&
15MP2P Yolanda Quintana
Encuentro transdisciplinar La batalla de las historias
Estas acciones %orman parte de la %ase deliberati!a del mo!imiento y gestan lo "ue
Da!id <garte denomina (s7arming+* (la %orma de con%licto en la sociedad en red, la %orma en
la "ue el poder es controlado en el nue!o mundo y, al tiempo, la %orma en la "ue el nue!o
mundo logra su traducción de lo !irtual a lo material+ /01 (G)ómo se llega a un s7arming
ci!ilH En primer lugar renunciado a organi-ar. @os mo!imientos surgen por autoagregación
espontánea, as$ "ue plani%icar "ué !a a hacer "uién y cuándo no tiene ningn sentido,
por"ue no sabremos el "ué hasta el "uién haya actuado+
51
.
Esta capacidad para multiplicarse se demostró también con las réplicas de la
acampada de 6ol "ue surgieron en pocos d$as y "ue desde el propio mo!imiento se
alentaban. 2ntes de desmontarse la acampada de Madrid, el 1, de junio, se hab$a
propiciado su descentrali-ación.
@a (Encuesta 15M+
5,
, reali-ada para anali-ar el %enómeno en su segundo ani!ersario,
dedicaba uno de sus apartados a anali-ar el uso, por parte de los acti!istas o de las
personas "ue simpati-aron con la protesta, de los distintos medios y canales. Estos %ueron
sus principales resultados en este campo*
# @os periódicos online /J8L1, seguidos de Daceboo. /IJL1, los blogs /IIL1 y T7itter
/I?L1, %ueron los principales canales por los "ue se obtu!o in%ormación del 15M.
# En cuanto a las (pantallas+ por las "ue se acced$a a las no!edades sobre el 15M,
destacaban los ordenadores /I1L portátil y I?L de sobremesa1 y los mó!iles /CKL1, %rente
a la tele!isión /,CL1.
# @os per%iles de T7itter de las cuentas del 15M /58L1, Daceboo. /CPL1, los blogs o
7ebs de las acampadas /CJL1 y el streaming /8CL1 %ueron los medios por los "ue se ha
seguido principalmente su acti!idad.
# 6obre cómo hab$an di%undido las personas "ue participaban la in%ormación
/acciones, con!ocatorias...1 relacionada con el 15#M en el ltimo a3o, se mencionan
principalmente* por el (boca a boca+ /J1L1, Daceboo. /I8L1, T7itter /CPL1 y el correo
electrónico /CCL1.
# 4especto a la credibilidad de las in%ormaciones, la mayor$a de las personas "ue
respondió a la encuesta con%iaba en los canales del 15#M muy por delante de la prensa
con!encional* sólo un ,L dice no con%iar nunca, mientras "ue en los medios de
comunicación este porcentaje sube hasta el CJL.
Esta amplia credibilidad, as$ como la acti!idad constante di%undiendo in%ormaciones
de las mo!ili-aciones, tiene relación con el uso intensi!o "ue se hi-o de las redes por parte
del 15M desde el (minuto cero+, como !eremos a continuación.
,.1. Los *rimeros treinta d"as de -'cam*adasol. y su ex*ansión
Drente a la emisión de mensajes unidireccionales, la comunicación en la sociedad en red se
basa en crear cone&iones, una de las cla!es del 15M. 2lgo "ue puede comprobarse cuando
se anali-a su (génesis+, y posterior e&pansión. En lo "ue %ue la primera %ase de la e&plosión
51
<X24TE, D. /,??I, ,?111. .rilog)a de las redes Een l$neaF Tilbao, Monte!ideo* Tibiloteca de @as
=ndias. EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F Yhttp*99lasindias.org9el#poder#de#las#redes9Z
52
E5)<E6T2 15M /,?181 EEn l$neaF Yhttp*99777.encuesta15m.cc9Z y en*
Yhttp*99llamaloy.7ordpress.com9,?189?59159resultados#encuesta#15m9Z EDecha de consulta* 8?#?P#
,?18F
&'
UOC / IN3 Redes Mo!i"ientos # $ecnopol%tica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
del 15M en las calles y pla-as /en realidad, para remontarnos a sus or$genes, hay "ue echar
la !ista bastantes a3os atrás
58
1 inter!inieron simultáneamente mltiples canales
5C
.
,.1.1. /lo!s y redes sociales
6e usaron blogs y redes como Daceboo., >outube y T7itter, cada uno de ellos con %unciones
espec$%icas y con un protagonismo !ariable segn las etapas del mo!imiento*
0ace)oo&. 'ermitió la primera presencia digital al colecti!o (Estado del malestar+,
una de las semillas del 15M. =gualmente, en esta red social, se lan-ó la con!ocatoria
mediante la creación de un (e!ento+
55
de la mani%estación del 15 de mayo de ,?11. También
ten$an presencia en Daceboo. Democracia 4eal >a, y, más tarde, 2campada de 6ol y sus
posteriores e&tensiones, as$ como la !ersión internacional* (Ta.e the 6"uare+. @os (e!entos+
se usaron del mismo modo en con!ocatorias posteriores, como la del 1K de junio del mismo
a3o.
1outu)e. 6e usó para con!ocar
5I
, re%or-ar el discurso de la protesta, di%undir
in%ormaciones "ue no estaban siendo cubiertas por los medios, y también como herramienta
de mo!ili-ación, como la cadena de !$deos de (=ndignados+
5J
. @a 'lata%orma con!ocante de
la mani%estación del 15 de mayo, reali-ó un !$deo#resumen con las escenas más
emblemáticas de la marcha, imágenes de la protesta en distintas ciudades de Espa3a y los
discursos %inales al término de la concentración en Madrid, en la 'uerta del 6ol. 6e trata de
un contenido "ue no sólo buscaba suplir la nula cobertura mediática, sino re%or-ar una
determinada imagen del mo!imiento /plural, pac$%ico01 y los mensajes principales
5P
. En su
primera semana, el !$deo %ue !isto más de ,5?.??? !eces. @a acción de la polic$a, tras la
mani%estación del 15 de mayo /"ue en t7itter dar$a lugar al hashtag
Wsindisturbiosnohaycobertura en alusión al desinterés mediático1 también encontró su canal
de di%usión en >outube.
<na e&traordinaria di%usión logró el !$deo de Rordi 6al!ia "ue capturó la !iolencia de
los Mossos en la 'laia de )atalunya
5K
. En menos de ,C horas %ue !isto 1.11I.K55 !eces. El
caso de las agresiones de los mossos en su intento de desintegrar la acampada
barcelonesa, se produjo una simbiosis peculiar entre medios de comunicación y la red de
!$deos de Xoogle. @a retransmisión de estos hechos en directo "ue estaba reali-ando la
cadena estatal pri!ada 2ntena 8 TQ %ue registrada, y (subida+ a este canal, multiplicando su
53
<n tema "ue se trata más a %ondo en* T26):5, M y ;<=5T252, >. /,?1,1 $p cit
54
S2)O6A@ /,?111 Cronolog)a de las redes y nodos del movimiento 164 Een l$neaF
Yhttp*99hac.sol.tomalapla-a.net9cronologia#de#las#redes#el#mo!imiento#15m9Z EDecha de consulta* 8?#
?P#,?18F
55
'ágina del e!ento Een l$neaF Y http*99goo.gl9ATl!jS Z EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
56
'or ejemplo, !$deo de (Democracia 4eal >a+ en el "ue el actor 4a%ael Darro reali-a una adaptación
del discurso %inal de (El Xran Dictador+ de )harles )hapin. Een l$neaF Yhttp*99777.youtube.com97atchH
!\ndD'_)6rO4>k%eature\cC#o!er!ie7klist\<<#icI_")y@&ay-6s8j#pD?7Z /<4@ acortada Y
http*99goo.gl9I.1B2eZ1 EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
57
EEn l$neaF Yhttp*99777.youtube.com9user9yotbestoyindignadoZ /url acortada Y http*99goo.gl9PDQn5&Z1
EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
58
EEn l$neaF Yhttp*99777.youtube.com97atchH!\8DjR?"'jr)2Z /url acortada*Yhttp*99goo.gl9O5oADPZ1
EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
59
EEn l$neaF Yhttp*99777.youtube.com97atchH!\Xeg_Ijoy?CsZ /url acortada*Yhttp*99goo.gl9a-D&u!.1
EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
'(
15MP2P Yolanda Quintana
Encuentro transdisciplinar La batalla de las historias
redi%usión. @o hicieron !arios usuarios logrando decenas de miles de !isitas
I?
. También
publicó esta emisión la comisión de in%ormática de (2campada 6ol+, "uienes, además,
comentan en !i!o las secuencias.
(2campada 6ol+ hab$a creado un canal en >outube el 1K de mayo
I1
, donde se sub$an
principalmente los !$deos creados por el propio colecti!o, con la idea de contrarrestar las
in%ormaciones "ue consideran sesgadas de los medios, o los posibles prejuicios de la
opinión pblica, como la ausencia de condiciones higiénicas de la acampada, o la supuesta
oposición de los comerciantes
I,
5o obstante, >outube no %ue la nica, ni la principal, %uente de imágenes. Medios
digitales como periodismohumano.com, la agencia de !$deos online 2gora ne7s, !udeo.org
o la productora sol.t!, creada sobre la marcha para emitir desde la casa particular de dos
periodistas situada en la pla-a de la 'uerta del 6ol, obtu!ieron decenas de miles de !isitas a
sus contenidos, algunos reali-ados sin más medios técnicos "ue un mó!il.
@a comisión de audio!isual de la 2campada también mantu!o un canal para
retransmisiones en directo de 2sambleas y acciones como la sentada a las puertas del
)ongreso el P de junio de ,?11 /En T7itter* W15M%renteal)ongreso1, "ue superó la ci%ra de
J.??? cone&iones.
23itter. 'osiblemente podemos situar la primera inter!ención rele!ante de esta red
de microblogging como herramienta al ser!icio (del 15M+ en la reunión del 8 de diciembre
de ,??K entre la ministra de cultura y su e"uipo con los impulsores del (Mani%iesto en
de%ensa de los derechos %undamentales en =nternet+. En ese encuentro éstos usaron t7itter
para in%ormar de su desarrollo en tiempo real, subir %otos del mismo y compartir re%le&iones.
<n a3o más tarde, algunos de los asistentes a ese acto lan-ar$an la campa3a
Wnoles!otes /acción de denuncia y protesta contra la aprobación hy el modo en "ue se hi-o
h de la denominada (ley 6inde+ y "ue promo!$a castigar electoralmente a los partidos cuyos
Xrupos 'arlamentarios !otaron dicha norma* '', 'soe y )i<1
<na iniciati!a "ue, además promo!erse en de las respecti!as plata%ormas /Tlogs,
%undamentalmente1 de los impulsores, también encontró en t7itter su principal canal de
di%usión.
> un tercer antecedente de la rele!ancia de T7itter en el 15M lo encontramos desde
la perspecti!a de la teor$a de las élites. T7itter, es el canal "ue recoge y di%unde las cr$ticas
contra periodistas, medios de comunicación tradicionales, partidos pol$ticos e instituciones,
con la e%icacia de las acciones gota a gota. )omentarios cr$ticos "ue, por supuesto,
siguieron los d$as "ue la protesta se mantu!o acti!a en la calle
I8
.
60
EEn l$neaF Yhttp*99777.youtube.com97atchH!\gg_tD'.'P%7Z /url acortada*Yhttp*99goo.gl9dt1DjlZ1
Decha de consulta* 8?#?P#,?18F
61
EEn l$neaF Yhttp*99777.youtube.com9user9spanishre!olutionsol Z EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
62
2)2M'2D2 6A@ /,?111 Entrevista a los comerciantes de Sol. ,I de mayo de ,?11 EEn l$nea F
Yhttp*99777.youtube.com97atchH!\"8S>.myR;2<Z /url acortada* http*99goo.gl9X2nb-5Z1 EDecha de
consulta* 8?#?P#,?18F
63
2@ME=D2, ). /^Tu%etalmeida1. (De%ensa numantina de los intermediarios del poder y la
in%ormación en Sora ,5. 6olo ^ccarnicero da la cara por la red. Wnoles!otes+. 1I de mayo de ,?11.
Yhttps*99t7itter.com9bu%etalmeida9status9J?,8K,5PJ11?85K?CZ. =42XA, 4. /^4odol%o=rago1* (W15m
cuidado con las manipulaciones pol$ticas y personales ^Rulio2lonso da instrucciones a la gente y
^edans se in!enta una orden de cargar+. 1P de mayo de ,?11
Yhttps*99t7itter.com94odol%o=rago9status9J?K1??5J?C,,KIP8, Z X2@@=, 4. /^gallir1 (@a Runta Electoral
ad!ierte "ue ordenadores y smartphones pueden ser armas de in%ormación masi!a
'1
UOC / IN3 Redes Mo!i"ientos # $ecnopol%tica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
23itter en las acam*adas. Tras la cuenta de correo de electrónico creada a primera
hora del lunes 1I de mayo, la segunda herramienta "ue los primeros acampados en 6ol
crearon %ue una cuenta en t7itter. Era el lunes 1I de mayo a las dos de la tarde
IC
. El primer
tuit dec$a* (2cabamos de acampar en la 'uerta del 6ol de Madrid, no nos !amos hasta "ue
lleguemos a un acuerdo. Wacampada6ol+
I5
.
Desde el comien-o de (2campada 6ol+, T7itter se re!eló como un canal insustituible,
entre otras %unciones, para* Di%undir in%ormaciones sobre el desarrollo de la protesta no
cubiertas por los medios
II
` distribuir contenidos ciudadanos /%otos, !$deos, in%ormaciones1`
dar !isibilidad a noticias poco destacadas por la prensa con!encional` in%ormación (de
ser!icio+ /transmitir necesidades de los acampados, horarios de actos y reuniones
con!ocados, ad!ertencias de seguridad01` ampliar y crear redes con las protestas "ue se
desarrollaban en otras ciudades` sugerir acciones de protesta no con!encionales
IJ
` o actuar
como canal (porta!o-+ ante los medios de comunicación, transmitiendo mensajes o
desmintiendo in%ormaciones erróneas. Esta cuenta (o%icial+ /^2campadasol1 tu!o un
crecimiento !ertiginoso. En unas horas superaba los J?? seguidores. )inco d$as después se
acercaba a los C?.???.
Marta X. Dranco, una de las personas "ue gestionaba esta cuenta e integrante de
(Di%usión en 4ed+ E!er más adelanteF, e&plicaba la importancia estratégica de este canal
para (tejer redes+* (el t7itter de la acampada lo lle!amos en realidad miles de personas,
por"ue cuando lan-amos un hashtag muchas lo apoyan, la gente nos en!$a in%ormación "ue
retuiteamos, desde asambleas o comisiones se han creado cuentas para tener un canal
directo con ese t7itter02s$ hemos hecho una red de contactos descentrali-ada, di%usa, de
cooperación y con%ian-a mutua. T7itter demuestra cómo %unciona la inteligencia colecti!a
desde el anonimato+
IP
.
)on los incidentes de la 'laia de )atalunya el !iernes ,J de mayo, t7itter también se
mostró como el canal más rápido para distribuir llamamientos e in%ormaciones
IK
, !$deos y
%otos de denuncia.
En de%initi!a, su agilidad y la posibilidad de e!itar intermediaciones de cual"uier tipo,
hi-o de T7itter la herramienta (estrella+ en los d$as en "ue se desarrolló (2campada 6ol+.
Wjuntaelectoral%acts+. 1P de mayo de ,?11.Y https*99t7itter.com9gallir9status9J?K?J1IJ5J8IPP8,?Z
64
=622) S2)O6=MAQ /^=saachac.simo!1 (Tenemos una cuenta (o%icial+ para narrar lo "ue pasa en
Wacampadasol seguid a ^acampadasol para tener in%ormación de la asamblea de 6ol+. 1I de mayo
de ,?11. https*99t7itter.com9isaachac.simo!9status9J??P8CP88CIP?PP8,
65
2)2M'2D26A@ /^acampadasol1 (2cabamos de acampar en la 'uerta del 6ol de Madrid, no nos
!amos hasta "ue lleguemos a un acuerdo. Wacampada6ol+. 1I de mayo de ,?11.
Yhttps*99t7itter.com9acampadasol9status9IKKC8KIPKC,I58CC?Z
66
2)2M'2D2 6A@ /^acampadasol1. (GTenemos "ue mirar los medios internacionales para !er
Wacampadasol H, Gotra !e-H Entonces las redes sociales serán nuestro medio+ 1I de mayo de ,?11
/Yhttps*99t7itter.com9acampadasol9status9J?1,I,P?5KC55PKJJZ1
67
2)2M'2D2 6A@ /^acampadasol1. (Déjales tu mensaje en el nico documento al "ue hacen caso
Wspanishre!olution Wnonosrepresentan http*99t7itpic.com958%CoC( Een re%erencia a un billeteF /,J de
mayo, Yhttps*99t7itter.com9acampadasol9status9JC,K1J,8I,ICPJP?KZ1
68
En* <5=QE46=D2D 5:M2D2 /,?111 ('ensar el 15M con 2ntonio 5egri y Michael Sardt+ E!$deo en
l$neaF 6eminario organi-ado por la <ni!ersidad 5ómada. @a Tabacalera de @a!apiés, K de octubre de
,?11. Yhttp*99777.youtube.com97atchH!\dIED"?TjJDoZ
69
DEMA)42)=2 4E2@ >2 /^democraciareal1. @a gente sigue llegando a cientos a pla-a )atalu3a y
resisten '2)=D=)2ME5TE Whablaenlapla-a Wacampadabcn . 5ecesitamos solidaridad y di%usión+ /,I
de mayo, https*99t7itter.com9democraciareal9status9JC??IPKJ,JK,5C5,P1
'2
15MP2P Yolanda Quintana
Encuentro transdisciplinar La batalla de las historias
/lo!s y 3e)s. @os blogs son otro ejemplo de cómo la incidencia de los canales de
comunicación es distribuida /una red di%usa con mltiples %ocos1 y por acumulación* unos
nodos se suman a otros o se mutan en otros. <na idea del alcance de cual"uiera de los
(hubs+ del 15M la podemos tener a partir de sus ci%ras de audiencia* ('oco antes de las
elecciones municipales del ,, de mayo, noles!otes.org ten$a J??.??? usuarios nicos, 15C
blogs y IC1.??? resultados en Xoogle+
J?
.
'or su parte, los acampados de la 'uerta 6ol, tras la creación de las cuentas o%iciales
de gmail y t7itter, crearon, también en esas primeras horas, un blog para incluir las crónicas
de las primeras jornadas y publicar las con!ocatorias de asambleas
J1
.
bste ser$a un blog e%$mero, de apenas tres d$as de !ida. El d$a 1K se creó una 7eb
(más segura+, tomalapla-a.net, "ue tendr$a un desarrollo notable* empe-ó como blog
con!encional y terminar$a incluyendo contenidos multimedia, 7idgets de las redes sociales
en las "ue se está presente, documentos legales, in%ormes sobre la acti!idad de las
comisiones, actas de las asambleas o enlaces con el resto de acampadas.
4tras redes sociales. @as acampadas también tu!ieron su espacio en redes como
Dlic.r o Tuenti.
5ads. 2un"ue, en general, sin transcendencia pblica, las herramientas para el
trabajo colaborati!o online /como Xoogle docs o, especialmente, los (pad+
J,
1 %ueron
esenciales, en particular en el ámbito de lo "ue se puede denominar (ncleo duro+ del 15M,
para elaborar colecti!amente documentos /contenidos de los blogs o notas de prensa1 y
70
)26TE@@6, M. /,?111 (WBi.iacampadas+, @a Qanguardia, ,P de mayo de ,?11. Een l$neaF
Yhttp*99777.la!anguardia.com9opinion9articulos9,?11?5,P95C1I?K,,PJK97i.iacampadas.htmlZ EDecha
de consulta* 8?#?P#,?18F
71
(2campada =nde%inida en 6ol+ /1I de mayo de ,?111
Yhttp*99concentracionsolmadrid.blogspot.com.es9,?119?59con!ocatoria.htmlZ.
6u primer post dec$a as$* (lunes, 1I de mayo de ,?11. 1l noche. 2l %inali-ar la mani%estación
con!ocada el 15 de mayo, y tras darse disturbios, !iolencia policial y terminar el d$a con en torno a ,?
detenidos, muchos de los asistentes a la mani%estación se !ol!ieron a concentrar en 6ol a partir de las
11 de la noche. De esta nue!a concentración ha surgido una asamblea con la idea principal de crear
y mantener una acampada permanente desde ese mismo momento hasta el d$a de las elecciones o
inde%inido, en la misma 'uerta del 6ol, para as$ hacer !isible el descontento social actual. Después de
poner unos puntos básicos en comn se comien-a a desarrollar ideas de trabajo para la
permanencia, di%usión y apoyo. Tras estar !arias horas debatiendo !arios y di%erentes puntos, y al ir a
ponerlos en comn en la asamblea general de nue!o, aparecen a las ,*8? de la ma3ana dos %urgones
policiales y !arias calles "ue desembocan en la 'uerta del 6ol están taponadas por antidisturbios. <n
par de personas de la asamblea se acercan de %orma pac$%ica, a e&plicar "ue no estamos haciendo ni
pasa nada, y %inalmente se marchan sin repercusiones. 2n as$ siguen pasando coches de polic$a de
%orma continua toda la noche. 6e puede ya empe-ar la asamblea comn, "ue tiene en torno a K?
asistentes, de los cuales 5? se o%recen para pasar esa primera noche all$. 2 las C de la ma3ana
%inali-a la asamblea. @a pró&ima será a las P de la ma3ana del lunes 1I de mayo, y estáis todos
in!itados a !enir y ser de nue!o part$cipes de la no#pasi!idad a la hora de reclamar nuestros
derechos+
72
(Documento colaborati!o sencillo publicado en internet "ue puede ser editado simultáneamente por
mltiples personas, habitualmente creado con la tecnolog$a Etherpad. Es similar a un bloc de notas
online colaborati!o+. Duente* http*997i.i.15m.cc97i.i9'ad Econsultado el 8?#?P#,?18F
'3
UOC / IN3 Redes Mo!i"ientos # $ecnopol%tica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
preparar campa3as /acordar (hashtags+, pre#elaborar tuits, dise3ar estrategias de
di%usión01.
Listas de correo. @as comisiones /como Sac.sol o Di%usión en red1, grupos de
trabajo y, posteriormente, las asambleas y acampadas de otras ciudades también
emplearon, desde el primer momento, las listas de correo para la coordinación y el trabajo
colaborati!o
J8
.
,.1.2. Canales -convencionales.
@as redes sociales se suman, pero no despla-an, la capacidad de con!ocatoria de los
mensajes de tele%on$a mó!il
JC
. También se con%$a en los 6M6 para una mo!ili-ación rápida si
se produce el desalojo por parte de la polic$a* (0tener preparado en el mó!il el siguiente
6M6 para en!iarlo en caso de inter!ención policial* MEstán desalojando la acampada. Qen a
de%enderla. 'ásaloN+
J5

=ncluso, por sorprendente "ue pueda parecer, el correo postal tu!o su papel como
canal adicional
JI
.
,.1.,. El *a*el de -6ac&7ol. y -8i(usión en 9ed.
El carácter distribuido de la comunicación (del 15M+ no impide "ue e&istieran ncleos
de coordinación "ue %ueron cla!e en la e&pansión del %enómeno. En las primeras horas de
2campada 6ol, los hac.ers all$ presentes
JJ
!ieron (la importancia de contar en la red lo "ue
estaba ocurriendo en la calle, para "ue una !erdadera toma de la pla-a %uera posible, y se
replicase el %enómeno en otras ciudades+
JP
. )on esta idea, como se !ió antes, crearon los
canales y dieron soporte técnico para "ue la di%usión %uera posible. @o hicieron como
(Sac.6ol+, "ue se de%in$an como (...un grupo de hac.ers, paradas, in%ormáticos, estudiantes
o simplemente personas "ue estamos !i!iendo la e&periencia de la acampa de 6ol y
"ueremos contribuir en los aspectos in%ormáticos, de redes y herramientas digitales+
JK
, se
coordinaban a tra!és de una lista de correo y estaba abiertos a la colaboración de
73
4elación de listas de correo en* http*997i.i.15m.cc97i.i9@ista_de_e#mails_y_listas_de_correo
Econsultado el 8?#?P#,?18F
74
'or ejemplo, el usuario ^.etoro. animaba en t7itter el 1C de mayo de ,?11* (@os "ue como yo
tengáis una cantidad de 6M6 gratuitos al mes in!ertirlo en una Wdemocraciarealya haciendo
campa3amm Walacalle15m W15mpasalo+ https*99t7itter.com9.etoroc.9status9IKC18,K5JK?1?PIJ8
75
'b4E]#@25]2) ). (Entre la resistencia y la e&pansión+ Een l$neaF El 'a$s, C de mayo de ,?11
Yhttp*99elpais.com9diario9,?119?59,C9madrid918?I,8I,IC_P5?,15.htmlZ EDecha consulta* 8?#?P#,?18F
76
2)2M'2D2 6A@ /^acampadasol1. (6eguimos recibiendo correo en 2campada 6ol, 'la-a del 6ol
s9n ,P?18 muchas gracias. Westoesre%le&ion http*99loc.er-.com9s91?8CPJ1P5+
Yhttps*99t7itter.com9acampadasol9status9J1PPC5?C5,C?185IPZ EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
77
5A M2ME6 D=@M6 /,?111 (=nicio de 2campadasol # domingo a lunes+ Q$deo en l$nea. 1J de mayo
de ,?11. Yhttps*99777.youtube.com97atchH!\8t#
4gTDjb>Cklist\T@T_sCli5b71T5y12B,=M.&RBE5D>y6r']Z EDecha de consulta* 8?#?P#18F
78
15S2)O /,?111 0ienvenida a 16-ac# Een l$neaF Yhttp*9915hac..tomalapla-a.net9Z EDecha de
consulta* 8?#?P#18F
79
S2)O6A@ /,?111 (;uiénes somos+ Een l$neaF Yhttp*99hac.sol.tomalapla-a.net9"uienes#somo9Z
EDecha de consulta* 8?#?P#18F
')
15MP2P Yolanda Quintana
Encuentro transdisciplinar La batalla de las historias
cual"uiera* (@a mejor %orma de contribuir a hac.sol es ir a una asamblea, participar y luego
currar+
P?
Atro elemento cla!e %ue la comisión (Di%usión en 4ed+, "ue se crea como (apoyo para
la comunicación a tra!és de internet+ y ten$a enlaces directo particularmente con las
comisiones de )oordinación =nterna, )one&ión E&terna, Sac.sol. (Di%usión en 4ed+ surge de
una reestructuración de las subcomisiones 4edes 6ociales y Beb, hasta entonces dentro de
)omunicación* (;ueremos replantear nuestro trabajo para centrarnos en la clari%icación y
dinami-ación de los canales de comunicación interna y e&terna de la 2samblea 6ol post
acampada+.
P1

Xestionaban tres blogs* (madrid.tomalapla-a.net+ /in%ormación, noticias y
con!ocatorias de la 2samblea Xeneral de 2campada 6ol y de las distintas comisiones y
grupos de trabajo1, (actasmadrid.tomalapla-a.net+ /actas de las asambleas generales y de
grupos de trabajo y comisiones1 y (madrid.tomalosbarrios.net+ /in%ormación, noticias,
con!ocatorias y actas de las asambleas de barrios y pueblos de Madrid1, también abiertos a
todos los grupos de trabajo y comisiones "uienes ten$a cuenta y contrase3a para publicar.
> %ueron especialmente acti!os en la di%usión desde redes sociales* en las cuentas de
T7itter ^acampadasol /espa3ol1 y ^ta.ethes"uare /inglés1 y en Daceboo., gestionando
las comunidades 2campada 6ol /sobre la acampada y sus asambleas1, (6panish
4e!olution+ /sobre el mo!imiento en general1 y (Ta.e the 6"uare+ /sobre la
internacionali-ación del mo!imiento1
P,
.
Entre sus %unciones se encontraba* )omunicar los consensos de la 2samblea
Xeneral de 6ol por 7eb y redes sociales` %ormar y ayudar a comisiones y grupos de trabajo
dependientes de la 2samblea Xeneral 6ol a subir sus contenidos al blog
madrid.tomalapla-a.net` ampli%icar esta in%ormación por redes sociales` apoyo técnico a la
coordinación de 2samblea Xeneral 6ol a tra!és de 5#1 /talleres, dinami-ación de %oros,
ayuda técnica a )oordinación =nterna1` producción de contenidos in%ormati!os para 7eb y
redes sociales /de los "ue ad!ert$an (5o serán opinati!os y se centrarán en crónicas de
e!entos rele!antes+1` (campa3as comunicati!as, sensibili-ación y contagio /hashtags,
di%usión en %oros, etc01 segn las l$neas y prioridades pol$ticas marcadas por la 2samblea
Xeneral 6ol+ y (colaborar con 15hac.s en la administración de tomalapla-a.net /gestión y
soporte para blogs de otras ciudades, actuali-ación y dise3o de la home1+
P8
.
:. La multitud emisora
En los mo!imientos sociales, una de las %unciones de las narrati!as es la creación de la
identidad colecti!a. En el nue!o acti!ismo, sin embargo, esto presenta algunas
peculiaridades.
80
S2)O6A@ /,?111 (Sac.sol* organi-ación interna+ Een l$neaF Yhttp*99hac.sol.tomalapla-a.net9hac.sol#
cuestiones#de#procedimiento9Z EDecha de consulta* 8?#?P#18F
81
2)2M'2D26A@ /,?111 !ueva comisi&n: *ifusi&n en Red Een l$neaF
Yhttp*99madrid.tomalapla-a.net9,?119?I9,K9nue!a#comision#di%usion#en#red9Z EDecha de consulta* 8?#
?P#18F
82
D=D<6=:5 E5 4ED /,?111 *ifusi&n en red Een l$neaF Yhttp*99madrid.tomalapla-a.net9com9Z
83
2)2M'2D26A@ /,?111 !ueva comisi&n: *ifusi&n en Red Een l$neaF
Yhttp*99madrid.tomalapla-a.net9,?119?I9,K9nue!a#comision#di%usion#en#red9Z EDecha de consulta* 8?#
?P#18F
'5
UOC / IN3 Redes Mo!i"ientos # $ecnopol%tica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
<na de ellas, es "ue la identidad colecti!a puede ser algo e%$mero, como cuando se
construye en torno a una eti"ueta en t7itter, "ue dura lo mismo "ue dura la acción. Atra, la
principal, es su carácter inclusi!o* %rente a identidades colecti!as "ue se re%uer-an por
contraste con el contrario /partidos pol$ticos, religiones, e"uipos de %tbol01, en las nue!as
re!oluciones en las "ue el actor es la multitud, la identidad se crea en torno a esa idea. @o
hemos !isto en %rases como (Todos somos Ohaled 6aid+, en Egipto` (6omos @egión+, de
2nonymous` (6omos el KKL+ del mo!imiento Accupy o (Marcos es todas las minor$as
intoleradas, oprimidas, resistiendo, e&plotando, diciendo no>a bastamn, de los -apatistas
PC
.
> es lo "ue ha !enido ocurriendo en el 15M desde sus inicios* ('arece como si el
15M %uera plenamente consciente de "ue /01 precisa de máscaras "ue di%racten toda
tentati!a de identi%icación y di!isión+
P5
El sujeto de la protesta como multitud anónima, resumida en el mencionado eslogan
(somos el KKL+, tiene una enorme transcendencia estratégica, como han apuntado,
6ánche- )edillo
PI
o Dernánde- 6abater* 'or un lado, estrecha el concepto de enemigo,
reducido al simbólico 1 por ciento, (los de arriba+
PJ
y, por otro, alude a la ausencia de
re%erencias r$gidas /i-"uierda9derecha1* (0de alguna manera, decir (6omos el KK por ciento+
en tu propia práctica te obliga a estar abierto* nunca eres ese porcentaje, es una cuestión
simbólica, pero si lo a%irmas, te obligas a tener en cuenta al otro+
PP
.
2l %ormarse los mo!imientos por agregación, en ocasiones se utili-an se3as "ue
re%uer-an una identidad, como la propia denominación del (>osoy18,+ en Mé&ico, o en la
denominación de acciones concretas /(W>otambiensoypromotor,56+, por ejemplo, %ue %orma
simbólica de autoinculpación en solidaridad con los imputados de sedición por con!ocar en
Espa3a protestas %rente al )ongreso el ,5 de septiembre de ,?1,1.
Todos estos rasgos, junto las tecnolog$as, con%luyen en otra caracter$stica esencial.
Estas identidades colecti!as, %ormadas por la multitud, se con!ierten en los emisores en la
comunicación del nue!o acti!ismo. )omo hemos !enido !iendo hasta a"u$, los mensajes del
15M, tienen una multiplicidad de procedencias* desde (hubs+ o nodos integradores
/(2campadasol+, (Democracia4eal>a+, (6panish4e!olution+, la ('2S+01 hasta per%iles
indi!iduales "ue desencadenan un proceso de di%usión /como la cadena de !$deos de
(=ndignados+1.
En este punto, con!iene detenernos, un momento al menos, para se3alar la
complejidad de dos cuestiones. En primer lugar, teniendo en cuenta "ue el 15M no es un
84
6<T)AM25D25TE M24)A6 /1KKC1 4ayor)a :ue se disfra9a de minor)a intolerada En*
)omunicado del E]@5 del ,P de mayo de 1KKC Een l$neaF
Yhttp*99palabra.e-ln.org.m&9comunicados91KKC91KKC_?5_,P.htmZ EDecha de consulta* 8?#?P#18F
85
625)SE] )ED=@@A, 4. /,?111 164' multitud :ue se sirve de m;scaras para ser una EEn l$neaF
<ni!ersida 5ómada, ,8 de junio. Yhttp*99777.uninomade.org915m#multitud#"ue#se#sir!e#de#mascaras#
para#ser#una9Z EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
86
6V5)SE] )ED=@@A, 4 /,??J1 (acia nuevas creaciones pol)ticas 4ovimientos' instituciones'
nueva militancia Een l$neaF E=')' /=nstituto europeo para pol$ticas culturales progresi!as1, mayo de
,??J , Yhttp*99eipcp.net9trans!ersal9?J?J9sanche-9esZ EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
87
XA5]V@E],) /,?1,1 %os lemas del 16 S Een l$neaF 'blico.es, ,5 de septiembre de ,?1,.
Yhttp*99777.publico.es9espana9CC,KCI9los#lemas#del#,5#s9slidesho7WJZ EDecha de consulta* 8?#?P#
,?18F
88
)S2QE], ) /,?181, Entrevista a 5mador <ern;nde9 Savater. EEn l$neaF pltimo )ero, ,5 de mayo de
,?18 , http*99777.ultimocero.com9articulo9entre!ista#amador#%ernL)8L21nde-#sa!ater#cuando#se#le#
dice#al#15#m#"ue#sea#partido#es#por"ue#seZ EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
'*
15MP2P Yolanda Quintana
Encuentro transdisciplinar La batalla de las historias
actor /sino (un clima+
PK
1 G"ué hace "ue un mensaje9acción se considere como (del 15M+H.
'or tanto, G"ué con!ierte a un agente en MemisorN del 15MH 'ara resol!er estas cuestiones
es muy recomendable el análisis de Xuillermo ]apata, "uien re%le&iona sobre las
caracter$sticas comunes de una serie de (dispositi!os+ /2sambleas de barrio, Ru!entud sin
Duturo, )entros 6ociales, =aio%lautas, la '2S01. 2nte la pregunta "ué nos hace
considerarlos similares y, por e&tensión, cuáles ser$an los rasgos "ue permitir$an !incular a
un actor o a una acción con el concepto 15M, ]apata deduce, a partir de su %uncionamiento,
los siguientes* son abiertos hpueden replicarse y tienden a trabajar en %orma distribuida#,
son comunitarios, no son hori-ontales pero s$ democráticos, son multi%uncionales, son
simples y complejos a la !e- y rompen la representación
K?
. @a idea, en de%initi!a, se resume
en dos condiciones* (ser+ o no 15M tiene "ue !er con un método y, análogamente a lo "ue
ocurre en el ámbito hac.er, serlo depende de la consideración de los demás
K1
.
'or otro lado, ya se ha se3alado el carácter dinámico del %enómeno 15M, su
capacidad de replicarse y mutar. <na cualidad "ue se pone de mani%iesto tanto en las
acciones /de las (acampadas+ a los (escraches+, por citar dos %ormas de acción "ue %ueron
centrales en dos momentos distintos1 como en los sujetos colecti!os "ue las impulsan. 2s$,
en la (Encuesta15M+
K,
, reali-ada en ,?18, la '2S aparece como el colecti!o "ue en mayor
medida se menciona cuando se pregunta por los nodos "ue, espontáneamente, se
relacionan con el 15#M. También Democracia 4eal >a, las (Mareas+ y (Ru!entud 6in
Duturo+
K8
, mientras "ue, por ejemplo, (2campada 6ol+, "ue %ue central en la e&plosión del
%enómeno, aparece con una presencia menor.
G)ómo se construyen y logran transcendencia estos sujetos colecti!osH 'ara la
creación estas identidades colecti!as el nue!o acti!ismo recurre a las tácticas del (culture
jamming+ con notable e%icacia. <n ejemplo lo tenemos en la denominación "ue idearon las
personas de más edad del mo!imiento (15#M+* los (iaio%lautas+ /o (yayo%lautas+1 anulando as$
la intención despecti!a con la "ue algunos pol$ticos usaron el término (perro%lauta+ para
designar a los jó!enes "ue acampaban en 6ol.
)omo en el caso de los pioneros (Argani-ación por la @iberación de Tarbie+, los
artistas del (culture jamming+ utili-an, para %irmar sus obras, denominaciones colecti!as, (un
nombre "ue cual"uiera puede utili-ar+* nombres mltiples, personas imaginarias, mitos
colecti!os "ue remiten a la pregunta (GTodos o nadieH+
KC
. <na estrategia "ue ha estado
presente en otros momentos de la historia, como la re!uelta de los campesinos del sur de
2lemania de 151C, ("ue se lan-aron al campo de batalla bajo el nombre de (el pobre
89
DE45V5DE] 62Q2TE4, 2. /,?1,1 C&mo se organi9a un clima Een l$neaF Tlog (Duera de @ugar+.
'blico.es, K de enero de ,?1,. Yhttp*99blogs.publico.es9%ueradelugar91C8P9L),LTDcomo#se#
organi-a#un#climaWZ EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
90
]2'2T2, X. /,?181. =nter!ención en el 'anel 5 del Encuentro 15Mp,p. Een l$neaF )i!il6). Tarcelona,
C de julio. Yhttp*99ci!ilsc.net9node988Z Q$deo* Y http*99bambuser.com9!98J158I8Z
91
42>MA5D, E. /,??1, ,?1?1 The loginata.a* Dialogue bet7een a Xuru and a 5e7bie Een l$neaF
So7 to Tecome 2 Sac.er Yhttp*99catb.org9esr9%a"s9loginata.a.htmlZ EDecha de consulta* 8?#?P#,?18F
92
E5)<E6T2 15M /,?181 EEn l$neaF Yhttp*99777.encuesta15m.cc9Z y en*
Yhttp*99llamaloy.7ordpress.com9,?189?59159resultados#encuesta#15m9Z EDecha de consulta* 8?#?P#
,?18F
93
5ube de tags Een l$neaF Yhttps*99dl.dropbo&usercontent.com9u9188P8C8?9)olecti!os'oll15M.pd%Z
94
X4<'A 2<T:5AMA 2.D.4.=.O.2. /T@=66ET, @. > T4U5]E@6 6.1 /,??C1 4anual de Xuerrilla de
la )omunicación. Tarcelona* Qirus.
'7
UOC / IN3 Redes Mo!i"ientos # $ecnopol%tica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
)onrado+ /(der arme Oornad+1+
K5
y "ue hoy !ol!emos a encontrarlo en mo!imientos como
(2nonymous+.
:.2. La creación de un su;eto colectivo. 'n<lisis de caso: 15m*a9ato
En la creación de un sujeto colecti!o, hay casos "ue merecer$an un estudio más
pormenori-ado. En particular, son rele!antes %enómenos como (15Mpa4ato+, los
(=aio%lautas+, las (mareas+ o la '2S, con el papel de 2da )olau como %eli- (anomal$a+ de
personali-ación de lo colecti!o. )omentamos a continuación lo "ue consideramos son las
cla!es principales de uno de ellos.
En oto3o de ,?18, la bs"ueda (15Mpa4ato+ arrojaba en Xoogle la ci%ra de
,I.8??.??? resultados. El análisis de cómo se llegó a gestar esta identidad colecti!a a partir
de una acción "ue también %ue mutando desde su lan-amiento y "ue se %ue con!irtiendo en
realidad a partir de su enunciación /y no al re!és1, es un magn$%ico ejemplo del potencial de
las nue!as %ormas de acti!ismo.
En mayo de ,?1,, desde un blog, se lan-a un mensaje "ue es también reproducido
por los principales canales del 15#M* (@o de la banca no es una "uiebra, es una esta%a. 5i un
euro más a los bancos /...1 Qamos a por los ban"ueros /01 'or"ue los responsables tienen
nombres y apellidos y deben pagar por sus actos+. El primer objeti!o, de lo "ue se
anunciaba como plan en !arios a3os
KI
Eprobablemente, este calendario era irreal, una mera
e&cusa, siendo otro ejemplo de "ue el interés en el nue!o acti!ismo está en el proceso "ue
se genera, no en el resultadoF ser$a el e& ministro, e& presidente de Tan.ia y del DM=,
4odrigo 4ato. El comunicado aparece %irmado como (Mensaje para el W1,M15M desde el
barrio de =nternet+
KJ
.
En ese momento, no e&ist$a identidad del emisor más allá del misterioso (barrio de
=nternet+ ni tampoco se anunciaba ninguna actuación "ue %uera a concretar el di%uso plan
(!amos a por los ban"ueros+. De hecho la iniciati!a surge con la idea de obtener y %iltrar
in%ormación sobre la gestión de las entidades %inancieras, personali-adas, en lo "ue es un
mo!imiento muy estudiado, en la %igura de 4odrigo 4ato. 6e produce as$ una interesante
contradicción entre lo ambiguo del atacante /(el barrio de =nternet+, entonces1 y lo de%inido
del atacado* una %igura con nombre y apellidos y con un historial espec$%ico.
@a denominación de la campa3a da nombre al blog (15Mpa4ato+ y a la cuenta de
T7itter "ue se abre, originalmente, para lan-ar la acción y redi%undir toda la in%ormación "ue
se reciba* (W15Mpa4ato Tenemos una buena noticia* la impunidad se acabo si t "uieres.
http*9915mparato.7ordpress.com9actua9 2ctam(
KP
<n llamamiento "ue %ue simultáneamente
95
X4<'A 2<T:5AMA 2.D.4.=.O.2. /T@=66ET, @. > T4U5]E@6 6.1 /,??C1 $p cit
96
http://15mparato.wordpress.com/about/
97
Ver por ejemplo: Campaña 15MpaRato e !"adr#lo#a$ %e l&ea' 23 de ma(o de 2012
)http://madr#lo#a.or*/2012/05/desmotado+a+rato+campaa+15mparato/, o Los responsables tienen nombres y
apellidos: Objetivo nº 1, Rodrigo Rato #15MPaRato e la web de -campadasol %e l&ea' 23 de ma(o de 2012
)http://madr#d.tomalapla.a.et/2012/05/23/los+resposables+t#ee+ombres+(+apell#dos+objet#/o+o+1+rodr#*o+
rato+15mparato/,
98
https*99t7itter.com915Mpa4ato9status9,?5,?I?I5I,8JCC51,
'&
15MP2P Yolanda Quintana
Encuentro transdisciplinar La batalla de las historias
replicado por los principales nodos del 15M y por acti!istas destacados
KK
recibiendo una
e&traordinaria respuesta, segn dijeron al %inal de a"uel d$a.
1??
6in embargo, entonces, 15Mpa4ato era una acción, no una identidad. @os medios
"ue cubrieron este lan-amiento empleraron titulares en los "ue el sujeto era (el 15M+ o (los
indignados+* (@os indignados crean la iniciati!a [15Mpa4ato[ para procesar a los
responsables de la crisis+
1?1
, (El 15#M in!estigará a 4odrigo 4ato en una campa3a para
nidenti%icar a los responsables de la esta%an+
1?,
o (El 15#M lan-a una campa3a para (destruir
la imagen++ de 4ato+.
1?8
@a identidad (15Mpa4ato+ %ue ad"uiriéndose con el desarrollo de la campa3a, al
mismo tiempo "ue ésta mutaba, con!irtiéndose en un caso de (pro%ec$a autocumplida+.
El ,K de mayo se lan-a Waccionpa4ato
1?C
a tra!és de t7itter /En ese momento el
per%il ^15Mpa4arto cuenta I??? %ollo7ers1 con una gran repercusión
1?5
. El 5 de junio, con el
lan-amiento de la campa3a de cro7d%unding, a pesar de siguen los titulares con un sujeto
genérico /El 15#M pide donaciones para denunciar a 4ato por Tan.ia+
1?I
1 empie-a a tomar
cuerpo una cierta identidad* (@a plata%orma 15Mpa4ato solicita el apoyo económico de la
sociedad para %inanciar la primera parte de la acción legal contra los responsables de la
crisis
1?J
+. 6in embargo no será la tónica general* cuando el I de junio se anuncia "ue se han
recaudado %ondos su%icientes, la agencia EDE lo di%unde as$* (El 15M dice "ue ya ha
recaudado %ondos su%icientes para "uerella contra 4ato+
1?P
y an la denominación se
99
DEMA)42)=24E2@>2 https*99t7itter.com9democraciareal9status9,?5,?I58P8?K,1C,?P, j5ET
/^j_net_1 https*99t7itter.com9j_net_9status9,?5,?IIP,JIKC8IIJ,, 6.X4<E6A /^%anetin1
https*99t7itter.com9%anetin9status9,?5,?J5?CJK?1?I118 /^)iudadano_]er?1
https://tw#tter.com/0#udadao12er0/status/205209181043691520
100
15M'242TA /^15mparato1 en T7itter.com* (oX42)=26m 2brumados por el apoyo y las
colaboraciones recibidas en un solo d$a. Tenemos W15Mpa4ato o6eguimosm+ , ,8 de mayo de ,?1,
Yhttps*99t7itter.com915Mpa4ato9statuses9,?58K1?JP?K,P8IPIIZ
101
3-445678 9 :2012; <os #ndignados crean la iniciati!a [15Mpa4ato[ para procesar a los responsables de la
crisis Een l$neaF ,? minutos, ,8 de mayo de ,?1, Yhttp*99777.,?minutos.es9noticia91CIPC519?9surge#
15mparato9denuncia#ciudadana9culpables#crisis9W&tor\2D#15k&ts\CIJ,I8,
102
625)SE], R.@ /,?1,1 El 15#M in!estigará a 4odrigo 4ato en una campa3a para nidenti%icar a los
responsables de la esta%an EEn l$neaF Eldiario.es ,8 de mayo de ,?1,
Yhttp*99777.eldiario.es9-onacritica9in!estigara#4odrigo#4ato#identi%icar#
responsables_I_JJ5K,81.htmlZ
103
=73>?48". :2012; El 15#M lan-a una campa3a para (destruir la imagen+ de 4ato
http://pol#t#ca.elpa#s.com/pol#t#ca/2012/05/22/actual#dad/13377154441273219.html,
104
15Mpa4ato /,?1,1 (2cción pa 4ato+ Een l$neaF http*9915mparato.7ordpress.com9tag9accionparato9
105
Sabemus "uerellam 2yudadnos a encontrar al menos a un accionista de Wban.ia
http*9915mparato.7ordpress.com9,?1,9?59,K9accionesparato9 0 Wacción'a4ato ,K de mayo de ,?1,
https*99t7itter.com915Mpa4ato9status9,?J55???P8K?J1JCC?
106
6<6T, T /,?1,1 El 15#M pide donaciones para denunciar a 4ato por Tan.ia El periodico.com, C de
junio de ,?1, http*99777.elperiodico.com9es9noticias9sociedad915#m#pide#donaciones#para#denunciar#
rato#por#ban.ia#1PJIIP1
107
XA5]V@E], M. /,?1,1 nEn%rentarse a 4ato supone un gesto de dignidad
enormenhttp*99777.publico.es9C85JP,9en%rentarse#a#rato#supone#un#gesto#de#dignidad#enorme 5 de
junio de ,?1,
108
EDE /,?1,1 El 15M dice "ue ya ha recaudado %ondos su%icientes para "uerella contra 4ato Een
l$neaF I de junio de ,?1,
http*99777.%inan-as.com9noticias9mercados9,?1,?I?I9recaudado#%ondos#su%icientes#"uerella#
1C?1585.html
''
UOC / IN3 Redes Mo!i"ientos # $ecnopol%tica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
relaciona más con una campa3a "ue con un sujeto colecti!o* ((El proyecto [15Mpa4ato[
rene en tiempo récord los 15.??? euros para la "uerella contra 4ato+ ,?M. ?I.?I.,?1,
http*99777.,?minutos.es9noticia915??K1C9?9recaudan9dinero#"uerella#rato915Mpa4ato9. 2
pesar de ello, la identidad empie-a a calar* (W15Mpa4ato consigue el dinero para la "uerella
contra el e&presidente de Tan.ia en menos de ,C horas+
1?K
@a presentación de la "uerella el 1C de junio /"ue se di%unde con los hashtags
W;uerellapa4ato y W4atoEncerrado1 y la celebración de una rueda de prensa con gran
presencia de medios
11?
, supone un salto en la presencia pblica del proyecto, pero an sigue
sin identidad propia, sal!o e&cepciones, como el (chat+ en el diario 'blico.es*
(El 15#M presenta su "uerella contra 4ato y todo el consejo de administración de
Tan.ia+
111
, (El 15M pide en la 2udiencia prisión pre!enti!a y embargo de los bienes para
4odrigo 4ato+
11,
y (15Mpa4ato* @a plata%orma hablará a las 1,*?? horas con los lectores tras
presentar la "uerella+
118

Desde el propio mo!imiento tampoco parece tenerse especial interés, en esos
momentos, en la construcción de una identidad espec$%ica. El acento se pone más en la
acción y en se3alar al enemigo*
(Después de gritar W6$6e'uede /el lema de ^@2_'2S1 se anuncia " se dará
resumen de ,8 págs. de W;uerella'a4ato a periodistas W4atoEncerrado (
11C
(El contenido legal de la W;uerella'a4ato http*9915mparato.7ordpress.com9campana#
legal9W)ontenido 0 para "ue tengamos a W4atoEncerrado, y seguimos con
WTan.ia2lTan.illom+
115

('or si no pudiste !erlo* 4ueda de prensa de la W;uerella'a4ato, Madrid, 1C9?I91,
http*99%b.me95lj8)62;+
11I

En una entre!ista en el periódico (Madrid15M+, en la "ue se los de%ine como (una red
de acti!istas+ y las respuestas las %irma (15mpa4ato+, se e&plicaban as$*+'or"ue lo
importante no son las identidades sino los hechos. 'or e&periencia sabemos "ue la
con%ian-a no está en una serie de nombres, o de siglas, sino "ue %unciona a partir del
trabajo, de la seriedad con la "ue se abordan las propuestas y de una %orma de hacer clara.
109
M=X<E@ V5XE@ )4=2DA q I9I9,?1, http*99777.cuartopoder.es9mecanicamente915mparato#
consigue#el#dinero#para#la#"uerella#contra#el#e&presidente#de#ban.ia#en#menos#de#,C#horas91JIJ
110
https*99t7itter.com9juanlusanche-9status9,18,?J?J5CC51I1KPC
111
(El 15#M presenta su "uerella contra 4ato y todo el consejo de administración de Tan.ia+,
,?minutos.es, 1C de junio de ,?18. EEn l$neaF
Yhttp*99777.,?minutos.es9noticia9151?,,19?9"uerella915#M94odrigo#4ato9W&tor\2D#15k&ts\CIJ,I8Z
E)onsultado el 8?#?P#18F
112
(El 15M pide en la 2udiencia prisión pre!enti!a y embargo de los bienes para 4odrigo 4ato+,
rt!e.es, 1C de junio de ,?18. EEn l$neaF Yhttp*99777.rt!e.es9noticias9,?1,?I1C915m#pide#audiencia#
prision#pre!enti!a#embargo#bienes#para#rodrigo#rato9585IC1.shtml rt!e.esZ E)onsultado el 8?#?P#18F
113
()hat 15mpa4ato+, 'ublico.es, 15 de junio de ,?1, EEn l$neaF Yhttp*99charlas.publico.es915mparatoZ
114
15M'242TA ^15Mparato, 1C de junio de ,?1, EEn l$neaF*
https*99t7itter.com915Mpa4ato9status9,18,15JJJ?,JK1KPJ, E)onsultado el 8?#?P#18F
115
Democracia real >2m ^democraciareal, 15 junio ,?1,, (El contenido legal de la W;uerella'a4ato
http*9915mparato.7ordpress.com9campana#legal9W)ontenido 0 para "ue tengamos a
W4atoEncerrado, y seguimos con WTan.ia2lTan.illom+ EEn l$neaF
Yhttps*99t7itter.com9democraciareal9status9,18I8P8J,8J??8?5K,Z E)onsultado el 8?#?P#18F
116
TAM2 @2 TE@E ^TomalaTele 1K junio ,?1, EEn l$neaF
Yhttps*99t7itter.com9TomalaTele9status9,15??CI8CC1815C8?CZ
1((
15MP2P Yolanda Quintana
Encuentro transdisciplinar La batalla de las historias
@a acción se ha percibido como e%ica- y til. Demasiada gente ha colaborado y apoyado la
acción como para "ue se personalice en alguien o en algn colecti!o+.
11J
5o será hasta la admisión a trámite de la "uerella cuando la identidad (15Mpa4ato+
se empie-a a usar con normalidad, aun"ue, an as$, la agencia E%e, por ejemplo, sigue
apoyándose en la identidad di%usa del 15M* (@a 2udiencia 5acional admite la "uerella del
15M contra 4ato+
11P
.
()omunicado de ^15mpa4ato tras la admisión a trámite de la W;uerella'a4ato
WRu-gamos24ato http*9915mparato.7ordpress.com9admitida#"uerella#ju-gamosarato 0 6e
acabo la impunidadm+
11K

(5uestra W;uerellapa4ato aporta nue!os cargos acusatorios "ue no estaban en la
anterior WRu-gamos24ato http*9915mparato.7ordpress.com9admitida#"uerella#
1,?
(Enhorabuena al KKL por la admisión de W;uerellapa4ato, y en especial a la
dedicación de ^15Mpa4atommm WRu-gamos24atommm WTan.ia Wspain W15m+
1,1
(@a 2udiencia 5acional admite la "uerella del 15Mpa4ato+
http*99777.publico.es9C8KCJ59la#audiencia#nacional#admite#la#"uerella#del#15mparato
M24f2 XA5]V@E] Madrid 1?9?J9,?1,
5. 8e los -memes. a la construcción de una narrativa: los mensa;es del 15M
@as re!oluciones empie-an con una historia perdedora "ue hay "ue re#construir. En este
camino, de creación de una nue!a narrati!a, los mensajes del 15M han cumplido distintas
%unciones*
# )rear un nue!o el marco interpretati!o "ue altere los !alores y las reglas de las
narraciones !igentes* /(no es una crisis, es un atraco+1`
# 6e3alar al oponente destacando los atributos "ue se combaten /(Tu Tot$n, mi crisis+,
haciendo un juego de palabras con el nombre del presidente del Tanco de 6antander` (5o
hay pan para tanto chori-o+, en alusión a la corrupción pol$ticos o, contra el con%ormismo o
silencio de los medios* (The rnds justi%y the media+ o (2paga la tele, toma la calle+1`
# En%ati-ar los da3os /(Qiolencia es cobrar I?? euros+, (5o !as a tener casa en tu puta
!ida+, )asas sin gente, gente sin casa+, (4escatan al ban"uero, desahucian al obrero+1`
# 4omper las legitimidades /(5o nos representan+1.
# 4esponder a las narraciones de los oponentes* (5o necesitamos la !iolencia,
tenemos la ra-ón+, (Qiolencia es no llegar a %in de mes+, (6i no nos dejáis so3ar, no os
dejaremos dormir+, ('ienso luego estorbo+, (5o somos antisistemas, el sistema es
antinosotros+ o n85? diputados y unos cuantos ban"ueros no pueden poner patas arriba un
pa$sn
1,,
, en respuesta a la %rase del e&!icepresidente y e&ministro del =nterior del 'soe,
117
M2D4=D15M /,?1,1 ((emos -ac#eado la +usticia coordinando a pe:ue=os inversores para
demandar a 0an#ia> Rulio, ,?1, Een l$neaF http*99madrid15m.org9publicaciones9madrid15m_n_5.pd%
118
((@a 2udiencia 5acional admite la "uerella del 15M contra 4ato+ EDE, 1? de julio de ,?1, EEn l$neaF
Yhttp*99777.elmundo.es9elmundo9,?1,9?J91?9economia918C1K185IC.htmlZE)onsultado el 8?#?P#18F
119
Toret, R. ^toret, 1? de Rulio de ,?1,Y https*99t7itter.com9toret9status9,,,I511C51JK5??5CCZ
120
15mpa4ato, 1? de julio de ,?1, Yhttps*99t7itter.com915Mpa4ato9status9,,,ICKI8?8P5I8KC,5Z
121
A))<'> T25O=2 /^occupyban.ia1 https*99t7itter.com9occupyban.ia9status9,,,J8,,,JPJPKPKP,C
122
E<4A'2 '4E66 /,?111 ?62 diputados y unos ban:ueros no pueden poner patas arriba un pa)s
Een l$neaF @a Apinión de Teneri%e, 5 de agosto de ,?11
Yhttp*99777.laopinion.es9nacional9,?119?P9?5985?#diputados#ban"ueros#poner#patas#
pais98I15P8.htmlZ Econsultado el 8?#?P#,?18F
1(1
UOC / IN3 Redes Mo!i"ientos # $ecnopol%tica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
'ére- 4ubalcaba n,?? personas no pueden poner patas arriba un pa$s+
1,8
con las "ue
justi%icaba el desalojo !iolento de una concentración %rente a su ministerio` o (Esto en una
mamandurria+, "ue de!ol!$a la e&presión usada por la entonces presidenta de la )omunidad
de Madrid para justi%icar los recortes en los ser!icios pblicos
1,C
.
# @egitimar nue!as %ormas de protesta, como los escarches
1,5
, o no tan nue!as, como
la o.upación de !i!iendas no habitadas o los encierros.
2demás de cumplir estas %unciones, los mensajes del 15M han sido especialmente
e%icaces en hacer saltar los l$mites de la protesta, pasando de demandas concretas a
cuestionar el %uncionamiento actual de la democracia. @a pretensión es la trans%ormación del
sistema, "ue "ueda de mani%iesto en %rases como* (Democracia no es !otar cada cuatro
a3os+ o (Error del sistema+, (4einicia+ o (2ltc)trlc6up+, interesantes, además, por"ue se
apoyan en e&presiones !inculadas a la in%ormática ampliamente asumidas.
Esta cr$tica radical, resumida en el lema (@o llaman democracia y no lo es+, a !eces
se dirige a agentes concretos como cuando se grita* (GDónde están, no se !en, )omisiones
y <XTH+ o (El pró&imo parado, "ue sea un diputado+. > en otras ocasiones toma tintes
l$ricos, pero "ue re%lejan con toda crude-a lo "ue se ha !enido en llamar (desa%ección+ hacia
la clase pol$tica* (5uestros sue3os no caben en !uestras urnas+, (5o es una crisis es "ue ya
no te "uiero+ o (Me gustas democracia, pero estás como ausente+.
Druto de este cuestionamiento surge el concepto ('roceso constituyente+ "ue supone
un gran paso adelante en la batalla de las narrati!as. >a no se trata de pedir más
transparencia, participación o democracia, sino autogestionar la creación de un nue!o
sistema
1,I
.
@os mensajes también sir!en para rea%irmar, cohesionar y romper el discurso
dominante del %atalismo y la resignación. Todo ello se resume en el concepto
(empoderamiento+ y "ue acepta di%erentes mani%estaciones. 'robablemente la más popular
sea la consigna* (6$ se puede+. Di%undida en pancartas, en redes sociales en %orma de
eti"ueta /Ws$sepuede1, y pronunciada en protestas o en el 'arlamento, la e&presión ha
desbordado el ámbito de la contestación y su uso ha llegado a espacios masi!os como los
campos de %tbol. Atros mensajes en esta misma es%era* (El pueblo unido, jamás será
!encido+ o (Este desahucio lo !amos a parar+.
@a tensión en el ámbito de las narrati!as "ueda particularmente patente cuando las
batallas se libran en torno al lenguaje. Muy grá%ico en este sentido %ue la instrucción del
gobierno de )astilla @a Mancha, del 'artido 'opular, de (e!itar la utili-ación de palabras
como (desahucio+, (desalojo+, (al-amiento+ y (pérdida o pri!ación de su !i!ienda++
1,J
.
123
ME5DE], E. /,?111 Rubalcaba: @122 personas no pueden poner patas arriba una ciudad@. El 'a$s,
5 de agosto de ,?11
124
2XE5)=26 /,?1,1 5guirre pide ayuda a los ciudadanos para Aacabar con las mamandurrias
Eenl$neaF El 'a$s, ,8 de julio de ,?1,. Econsultado el 8?#?P#,?18F
Yhttp*99ccaa.elpais.com9ccaa9,?1,9?J9,89madrid918C8?I1,1?_?1?,KI.htmlZ
125
El apoyo social a los escraches se situaba entre el K?L y el JPL. )uriosamente, este respaldo tan
mayoritario se re%lejaba con el titular* (Mengua el %uerte apoyo inicial a los escraches, segn
Metroscopia+ EX24E2, D. /,?181, El 'a$s, P de abril. En l$nea
Yhttp://pol#t#ca.elpa#s.com/pol#t#ca/2013/04/07/actual#dad/13653586451241274.html, 0osultado el 30+08+13'
En lo "ue era un ejemplo, además, de "ue la legitimación de estas acciones se ha logrado más en red
/con comunicación propia como la di%usión del !$deo (De a%ectado a diputado+1 "ue con la
(cooperación+ de los medios, en general indecisos en este asunto.
126
9#p@tes#s democrac#a8 4aAl8 ?red"ad
1(2
15MP2P Yolanda Quintana
Encuentro transdisciplinar La batalla de las historias
Atro ejemplo es la con!ersación "ue se genera en T7itter cada !iernes, en la eti"ueta
W)Min, donde se comenta en tiempo real la rueda de prensa "ue se celebra tras el consejo
de ministros y en la "ue, con %recuencia, las cr$ticas se centran en discutir el lé&ico y los
eu%emismos empleados para endul-ar u ocultar in%ormaciones. 2s$, un episodio
particularmente esperpéntico %ue la comparecencia del ministro de Sacienda el ,I de abril
1,P
,
para anunciar, de %orma !elada, nue!os recortes y "ue %ue respondido con tuits como* (Sola
W)Min no se os entiende absoltamentenada. >a podéis parar esta broma y poneos a trabajar
WImillonesdeparados W)Minci%rada+ o (Este es con mucho el W)Min más el%o linguistico
EQE4+.
'ara el (enmarcado+ de los mensajes, un mecanismo muy e%ica- han sido las
eti"uetas "ue se usan en T7itter para %acilitar la bs"ueda dar !isibilidad a un tema. 2s$ ha
habido (hashtags+ de+ empoderamiento+ /Wsinmiedo, Ws$sepuede01, de con!ocatoria
/ Wyo!oy09Wra-ones0seguidos de una %echa1, narrati!os /Wnonos!amosnosechan husado
por Ru!entud 6in Duturo para denunciar el é&odo de jó!enes en busca de trabajo#,
W@asanidadnose!ende hcontra la pri!ati-ación de la sanidad#, o W5odebemosnopagamos h
contra el pago de la deuda#1, en%anti-ar una cr$tica /Woletu Wtuitserio1, conte&tuali-ar un
mensaje o re#conte&tuali-ar una in%ormación di%undida por los medios /Wculpables
Wneolengua Wnolescompres Wnoles!otes WTan.iaMiente, WSolaDictadura01, ridiculi-ar al
contrario usando sus propias e&presiones /una de las !ersiones de lo "ue se conoce como
(trolleo+* W@osientomuchono!ol!eráaocurrir, W>ocreoenrajoy Wsal!oalgunacosa01, %ocali-ar
la atención /W6topDesahucios1 o crear (enjambres+ /cuando la agrupación se basa no en la
identidad sino la sincroni-ación, siguiendo el lema de 2nonymous, (somos enjambre y
legión+* Wyotambiénsoyelenemigo Wyes7ecamp1
5.1. 2$cnicas: la comunicación de !uerrillas
Xran parte de las acciones de comunicación del 15M se sitan en la es%era del (culture
jamming+ E(=nter%erencia cultural+F, un mo!imiento art$stico cuyo repertorio se basa en la
(comunicación de guerrilla+ como %orma de acti!ismo contra la uni%ormidad cultural, el
consumismo y los !alores "ue transmiten las grandes corporaciones.
El colecti!o (4TMar.+ %ue "uien lle!ó a las redes digitales estas %ormas de acción del
(cultura jamming+. Estos (arti!istas+, pioneros del acti!ismo online /hab$an empe-ado a
%inales de los ochenta como un (tablón de anuncios+ #Tulletin Toard o TT#, "ue empleaban
(para crear redes+ y al "ue se llegaba principalmente mediante el boca a boca1, %ueron los
promotores de la (Argani-ación por la @iberación de Tarbie+* una acción "ue consistió en
alterar la caja de !o- de, segn dijeron, decenas de mu3ecas de Tarbie para sustituir las
e&presiones se&istas de la grabación por las de otro juguete* el soldado (X.Roe+.
127
D2T42, M. /,?181 %a 85( contesta a la pro-ibici&n de Cospedal de usar la palabra Adesa-ucio>
Een l$neaF El 'a$s, ,I de %ebrero de ,?181
Yhttp*99politica.elpais.com9politica9,?189?,9,I9actualidad918I1PJK1P?_8KPJKI.htmlZ Econsultado el
8?#?P#,?18F
128
)A56ERA DE M=5=6T4A6 /,?181 . Q$deo de la rueda de prensa del )onsejo de Ministros del ,I
de abril de ,?18 Een l$neaF
Yhttp*99777.lamoncloa.gob.es9Multimedia9Qideos9)onsejoMinistros9,?189,I?C18)M,J.htmZ
Econsultado el 8?#?P#,?18F
1(3
UOC / IN3 Redes Mo!i"ientos # $ecnopol%tica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
El acti!ismo del (culture jamming+ parte de la idea, siguiendo las tesis del semiólogo
%rancés 4oland Tarthes, de "ue alterar el código es más sub!ersi!o "ue destruirlo
1,K
.
@os códigos son (poderosos recursos simbólicos "ue enmarcan la in%ormación+
18?
y
re%uer-an el sistema. 'or eso es tan rele!ante la batalla "ue se desarrolla en torno a ellos.
@as técnicas, "ue se de%inen como (%ormas no#con!encionales de comunicación e
inter!ención en procesos con!encionales de comunicación+, incluyen* la (tergi!ersación+ o
(distanciamiento+ /alterar el conte&to en el "ue se presentan imágenes culturales
compartidas1, los collages y montajes, la (sobreidenti%icación+ y (a%irmación sub!ersi!a+
/e&ageración para reducir al absurdo un mensaje cultural1 y la suplantación /o (%a.es+1
181,
Todas ellas buscan resaltar las situaciones "ue se denuncian o erosionar la imagen y
posición del oponente, ridiculi-ándola muchas !eces.
@os mensajes en el (culture jamming+ se basan en (memes+, término acu3ado por el
etólogo británico 4ichard Da7.ins en su libro (El gen ego$sta+ /1KJI1, para designar (las
unidades de in%ormación cultural transmisibles de un indi!iduo a otro, de una mente a otra o
de una generación a la siguiente+.
Todo ello está presente en las acciones comunicati!as del 15M, como también en el
resto de mo!ili-aciones en red "ue estamos !i!iendo, desde Estambul a 5ue!a >or..
(2dbusters+, un colecti!o anti#consumista canadiense creado en 1KPK y editores desde 1KKC
de la re!ista de (arti!ismo+ de igual denominación, también %orma parte de esta corriente
cultural. En el !erano de ,?11, (2dbusters+, creó un cartel para una mo!ili-ación "ue
lle!aban %raguando semanas. El póster era un montaje "ue mostraba una bailarina en
e"uilibrio sobre la imagen del toro desbocado de la Tolsa de 5ue!a >or., con un eslogan
(G)uál es nuestra demandaH+ y un llamamiento* (WAccupyBallstreet h 1J de septiembre h
Trae tienda de campa3a+. Due el origen del mo!imiento (Accupy+.
• El -remix. en los mensa;es y contenidos del 15M
Del remi& también resultan productos culturales "ue buscan ser sub!ersi!os y "ue
%uncionan como armas para el acti!ismo. 'ueden consistir en la mera manipulación de una
imagen para su distribución online, como la "ue mostraba al presidente del Tanco de
6antander con la pancarta (6top 2cti!ismo+. Atras, son campa3as más amplias y pueden
incluir iniciati!as tanto online como presenciales y di%erentes soportes. Este %ue el caso de
"ue tu!o por eslogan (@a )ai&a es Mordor+ o (AccupyMordor+, en la "ue se e"uiparaba al
banco catalán con la región de los mal!ados de la trilog$a (El 6e3or de los 2nillos+, s$mbolo
de la oscuridad y la destrucción. @as protestas hicieron "ue la entidad, en un intento de
%renar los da3os en su imagen, llegase a tapar con una lona negra el logotipo de la %achada
de uno de sus edi%icios centrales de Tarcelona. <na decisión poco e%ecti!a pues su e%ecto
%ue el de promo!er an más la creación de %otomontajes cr$ticos.
El remi& en el acti!ismo también es un camino para elaborar relatos alternati!os y
construir la épica de los nue!os mo!imientos. 'or ejemplo, el !$deo de Delipe Xon-ále- Xil,
del colecti!o ]emosKP (T4A5 /!ersión 15M1+, utili-a como base la pel$cula de Disney para,
me-clándola con %otogra%$as y !$deos narrar el origen y desarrollo del (15M+, dejando un
mensaje %inal* (G)ómo imaginas tu democraciaH+.
129
)itado en* X4<'A 2<T:5AMA 2.D.4.=.O.2. /T@=66ET, @. y T4U5]E@6 6.1 /,??C1. 4anual
de Buerrilla de la )omunicación. 0arcelona: Cirus
130
B=7C8 6. :1992; 0#tado por D-447C8 B. :2004;8 op. c#t.
131
X4<'A 2<T:5AMA 2.D.4.=.O.2. /T@=66ET, @. y T4U5]E@6 6.1 /,??C1. $p cit
1()
15MP2P Yolanda Quintana
Encuentro transdisciplinar La batalla de las historias
El remi& ha estado presente también de %orma espontánea. En Madrid, se se3alaba a
la banca como responsable de la crisis económica, alterando la letra de una conocida
canción in%antil* (<n ban"uero se balanceaba sobre la burbuja inmobiliaria, como !e$an "ue
no se romp$a %ueron a llamar a otro ban"uero+. A el cartel publicitario de @NAreal, con!ertido
en colage con decenas de mensajes y carteles a3adidos.
<na reutili-ación "ue, en ocasiones, se con!ierte en s$ misma en %orma de protesta,
como ocurrió con la alteración de las %otogra%$as de la rueda de prensa de la polic$a
in%ormando de su acción contra 2nnonymous, o con las campa3as de (Xila+, desmontando
la publicidad de (Tan.ia+ como con este eslogan* (Empecemos por los precipicios+
• 4tras t$cnicas
# 0a&es o su*lantación de identidades. @os (%a.es+ /o suplantación de identidades1
pueden materiali-arse en per%iles %alsos en T7itter o en 7ebs modi%icadas en los "ue
se ridiculi-a, mediante la e&ageración, los atributos del contrario.
= Exa!eraciones. <na %orma de hacer e!idente la realidad "ue se intenta combatir
es lle!arla hasta el l$mite, despojándola de matices. De este modo, es habitual "ue,
sobre todo en la reme-cla de contenidos originales, se bus"ue la e&ageración hasta
el absurdo como %orma de cr$tica, tremendamente e%ica-.
= 2er!iversación. )onsiste en cambiar el conte&to pre!isible de un mensaje. En los
carteles del 15M es muy %recuente, pro!ocando con esta ruptura del relato un e%ecto
de desconcierto y llamada de atención para acentuar la cr$tica /por ejemplo, un
abuelo con bat$n (paseando+ un león del )ongreso, en la con!ocotoria del ,5#61
5.,. 5ro*iedades de los mensa;es del 15M
'or ltimo, aun"ue sea bre!emente, mencionar dos propiedades esenciales de los
mensajes del 15M
• 8istri)uido
@os mensajes del 15M se crean, di%unde, modi%ican y ampl$an desde mltiples
modos. Este rasgo signi%ica "ue el análisis del mensaje debe ir unido al estudio de sus
dinámicas de di%usión.
• 2ransmedia
@as prácticas de comunicación del 15M no solo se apoyan en mltiples soportes, sino
"ue los mensajes !an saltando de unos canales a otros, de una capa a otra, pro!ocando un
e%ecto ampli%icador "ue otros mo!imientos pre!ios no hab$an logrado.
E*"lo!o
A.anto tiempo sin escribir nadie por a:u)' y parece :ue fue antes de ayer cuando
empe9amos a montar el c-iringuito (a pasado el tiempo' y al igual :ue ya no estamos en
las pla9as' sin embargo' seguimos
%os -ac#ers' :ue nos -emos mantenido m;s all; de las fronteras desde muc-o antes
del nacimiento del movimiento 164' :uer)amos transmitir tambi,n esta filosof)a en nuestro
nombre' ya :ue el propio movimiento desde el principio fue muc-o m;s :ue ASol> En la
1(5
UOC / IN3 Redes Mo!i"ientos # $ecnopol%tica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
primera de las interasambleas ya se pusieron los cimientos para crear el grupo t,cnico
interpla9as A16-ac#A
5-ora :ue el proceso -a finali9ado' y -ac#ers de distintas pla9as repartidas por todo
el estado tienen un punto de encuentro en ese grupo t,cnico' s&lo :ueda cerrar el c)rculo' la
despedida !os vamos Seguimos>
1?1
>ota )io!r<(ica
>olanda ;uintana /Madrid, 1KIP1 es periodista. @icenciada en )iencias de la =n%ormación por la
<ni!ersidad )omplutense de Madrid. 'ostgrado en mar.eting y comunicación online por la <ni!ersitat
2uttnoma Tarcelona. 6u%iciencia =n!estigadora en sociolog$a y opinión pblica por la <)M. En la
actualidad se encuentra concluyendo su tesis doctoral, dirigida por Déli& Artega, sobre (Medios de
comunicación, internet y nue!os mo!imientos sociales+. Entre otras publicaciones, es autora de los
libros (6ociedad, consumidores y medios de comunicación+ /1KKI1 y coautora de ()iberacti!ismo* @as
nue!as re!oluciones de las multitudes conectadas+ /,?1,1. Trabaja como directora de comunicación
de una organi-ación de consumidores. Mantiene un blog sobre periodismo, internet y mo!imientos
sociales /(@lámalo>+1 y colabora en distintos medios con contenidos sobre acti!ismo, consumo,
ciberderechos, periodismo o tecnopol$tica.
132
S2)O6A@ /,?1,1 !os vamos Seguimos 'ost del ,, de mar-o de ,?1, Een l$neaF
Yhttp*99hac.sol.tomalapla-a.net9Z EDecha de consulta* 8?#?P#18F
1(*
Comunicación,
internet y
democracia
deliberativa
en el 15M
El uso activista de las nuevas tecnologías de la información y
comunicación (TIC) resulta cada vez más determinante en las
prácticas, propuestas e imaginarios de los movimientos
sociales y la sociedad civil. ero el papel de internet y las
nuevas tecnologías va muc!o más allá de la evidente
utilidad de las redes para la convocatoria de la movilización
"ue dio origen al #$%. &as redes sociales e internet forman
tambi'n parte del entramado comunicativo en el "ue se
constata la in(usticia perci)ida de una crisis no solo
económica, sino tam)i'n política y cultural. Tanto en internet
como en el resto de medios se difunde la información del
contexto social "ue será motivo de la indignación e*presada
por el movimiento pero, so)re todo, internet será un
espacio de de)ate, confrontación de ideas y opiniones e
interpretación de una realidad perci)ida como in(usta.
José Candón
Universidad de Sevilla.
Cosmopolíticas | www.cosmopoliticas.org
15MP2P José Candón
Encuentro transdisciplinar Comunicación, internet y democracia deliberativa
1. Introducción
El Movimiento 15M surge en España a través de una protesta puntual convocada desde
internet para el día 15 de mayo de 2011. Tras el éxito de la convocatoria se consolida
un espacio de movilizacin !ue agregar" di#erentes luc$as y per#iles de activistas. % partir
de la primera mani#estacin se suceden acampadas& asam'leas& concentraciones&
ocupaciones de edi#icios& marc$as& talleres& 'lo!ueos& paralizaciones de desa$ucios o
nuevas mani#estaciones locales& estatales o glo'ales (1)*& 15+& 12M15M, !ue tienen al
15M como re#erencia.
-a protesta inicial surge como respuesta& por un lado& a las consecuencias de la
crisis econmica y& por otro& al desencanto de amplias capas de la po'lacin respecto a la
clase política española. El lema de la protesta ./o somos mercancía en manos de
políticos y 'an!ueros0 apunta en am'os sentidos. %dem"s del descontento& antecedentes
de protestas como las de 1rancia& 2recia& 3ortugal o el 4eino 5nido& la revuelta 6slandesa
y especialmente la primavera "ra'e inspiran y contagian a los 7venes españoles.
Movilizaciones en el propio país como las del movimiento por una 8ivienda 9igna& el 1:M&
las protestas estudiantiles contra el 3lan ;olonia
1
& y otras m"s cercanas en el tiempo como
las acciones virtuales contra la ley <inde y las protestas de Estado de Malestar
2
o *uventud
sin 1uturo
:
pueden considerarse los precedentes del 15M.
En este contexto la convocatoria alcanza un amplio eco en las redes sociales
de internet. 3or e7emplo& a través de la red 1ace'oo= los convocantes crean un evento
principal
>
!ue alcanza a unas >:0.?@? personas de las !ue unas @:.:?2 con#irmarían su
asistencia a la marc$a. 2A.10> apro'aciones (.me gusta0, en la p"gina de 1ace'oo= y
:1.)@) usuarios en la de Tuenti
5
1:.55@ reproducciones en el canal de BouTu'e y 2@.>10
visitas a la Ce' de la campaña el día anterior a la protesta dan idea de la magnitud de la
di#usin onDline. En TCitter las eti!uetas relacionadas con la convocatoria (E15m&
E15mpasalo& Ealacalle15m& E15mani..., #ueron de las m"s populares en España durante
toda la semana previa& llegando a ser las m"s populares el día de la protesta y a ocupar la
primera posicin mundial al día siguiente con las eti!uetas Eacampadasol y
Espanis$revolution.
En las calles& m"s de 25.000 personas en Madrid y unas 15.000 en ;arcelona
segFn los organizadores (segFn #uentes policiales 20.000 en Madrid y A.000 en ;arcelona,
y otros miles en el resto de ciudades respondieron al llamamiento superando las
expectativas de los convocantes.
1 Movilizaciones universitarias acaecidas en los años 200?D200).
2 Movimiento ciudadano compuesto de Gmiembros de todas las edades y con diversidad
ideológica, pero con un denominador común: la indignación y el cabreo ante un sistema
político y financiero por el que nos sentimos traicionados y que, en nuestra opinión, no da
más de síH. 8er $ttpsIJJmalestarmadrid.Cordpress.comJso'reDnosotrosJ
3 Kreada en #e'rero de 2011& !ue nace de la iniciativa de di#erentes colectivos universitarios
m a d ril e ños sensi'ilizados con la situacin de precariedad !ue& segFn ellos& a#ecta a la
7uventud y con el agravamiento de la misma a raíz de las medidas emprendidas por el
2 o'i er no para gestionar la cr isis ec onmi c a !ue vive el Est a do e s p a ñol desde 200?.
4 $ ttpIJJ CC C .#a c e 'oo=. c omJE LJe v e nt.p$p Me id N 1@02@?52)A?@@>>
5 4ed social española similar a 1ace'oo= y muy popular entre los adolescentes.
108
UOC / IN !edes" Mo#i$ientos % &ecnopol'tica
Uni#ersitat O(erta de Catalun%a Internet Interdisciplinary Institute
<egFn 94B
A
unas 1:0.000 personas se mani#estaron el 15 de mayo en todo el
país
@
. Entre A y ?&5 millones de personas $a'rían participado en las protestas segFn las
estimaciones del instituto de opinin 63<+<
?
. +tro estudio de Oavas Media ci#ra en un
:2&)@P las personas !ue $an participado o visitado las acampadas y una encuesta de
Metroscopia ci#ra en el 20P los !ue $an participado en alguna ocasin y en el ?P los
participantes en asam'leas.
%lgunos diarios y televisiones nacionales se $acen eco de la protesta inicial. El
principal peridico nacional& El 3aís& recoger" la noticia en portada con una #otogra#ía
titulando en su edicin digital .-a mani#estacin de QindignadosQ reFne a varios miles de
personas en toda España0. /o o'stante& la co'ertura medi"tica de la primera mani#estacin
ser" ampliamente denunciada por los activistas en las redes sociales de internet mientras
!ue la movilizacin posterior y especialmente las acampadas incrementar"n de #orma
considera'le el eco medi"tico de las protestas !ue aca'ar" por marcar la agenda política y
de las elecciones locales del 22 de mayo.
El 15M o'edecer" a una crítica expresiva& #undamentalmente& la exploracin de
otras #ormas de democracia. 9esde ellas se $a'ilitar"n otras críticas& centradas en ideas
de participacin y 7usticia social y en torno a la salida de la crisis #inanciera. El re#erente
a la democracia ser" el marco maestro del movimiento (9emocracia 4eal BaL, del !ue
surgir"n tanto propuestas concretas de regeneracin política (re#orma de la ley electoral&
medidas de transparencia y contra la corrupcin& etc., y de 7usticia social (no al rescate de
la 'anca& paralizacin de desa$ucios& medidas redistri'utivas..., como pr"cticas y discursos
de democracia radical (directa& deli'erativa,.
<u impacto& m"s all" de los logros concretos a corto plazo& apunta m"s 'ien a la
consolidacin de nuevos actores& pr"cticas y discursos políticos en el marco de los nuevos
movimientos glo'ales en los !ue se inscri'e el 15M.
2. El papel de internet en el 15M
El uso activista de las nuevas tecnologías de la in#ormacin y comunicacin (T6K, resulta
cada vez m"s determinante en las pr"cticas& propuestas e imaginarios de los movimientos
sociales y la sociedad civil.
Experiencias como la del movimiento zapatista (1))>, y altermundista (1))),& a
las !ue $an seguido otros muc$os e7emplos de movilizacin con un destacado nivel de
apropiacin social de las T6K& como las protestas llamadas E9<% 66 de 1ilipinas (2001,& el
contragolpe de estado en 8enezuela (2002,& las revueltas estudiantiles contra el K3E en
1rancia (2005,& la revolucin islandesa (200?,& la 3rimavera Rra'eDa#ricana (2010,& los
distintos +ccupy en el mundo anglosa7n& los distur'ios en 4eino 5nido o la 2eraSTo U
4asca en 3ortugal (2011,& el movimiento EBosoy1:2 mexicano (2012, y& en el contexto
español& el 1:M (200>,& el movimiento por la 8ivienda 9igna (200A, y #inalmente el 15M&
evidencian el papel determinante !ue vienen ad!uiriendo las T6K para los movimientos
sociales !ue actFan en todo el mundo& así como el desarrollo t"ctico de las T6K por parte de
esos movimientos.
-a relevancia de internet en el 15M resulta evidente desde la propia convocatoria
A %crnimo de 9emocracia 4eal BaL& plata#orma convocante del 15M.
@ V9emocracia 4eal BaLW Komunicado de prensa de X9emocracia 4eal BaX& 1@ de mayo de 2011 8erI
$ ttpIJJ CC C .d e mo c ra c ia rea ly a .e sJp re n s a
8 $ ttpIJJp o liti c a .e lp a is . c omJp o liti c a J20 1 1J0?J0:J a c tu a lid a dJ1:12:??A>)Y@:@)5).$tml
10)
15MP2P José Candón
Encuentro transdisciplinar Comunicación, internet y democracia deliberativa
de la mani#estacin !ue dio nom're e inicio al movimiento. <iguiendo la estela de
movimientos precedentes en el estado español& como las protestas del 1:M convocadas
mediantes mensa7es de telé#onos mviles (<M<, o el movimiento por la vivienda
convocado a través de correos electrnicos& el 15 de mayo miles de personas acuden a la
convocatoria di#undida esta vez desde las redes sociales de internet (4<6,.
3ero el papel de internet y las nuevas tecnologías va muc$o m"s all" de la evidente
utilidad de las redes para la convocatoria de la movilizacin !ue dio origen al 15M. -as
redes sociales e internet #orman tam'ién parte del entramado comunicativo en el !ue se
constata la in7usticia perci'ida de una crisis no solo econmica& sino tam'ién política y
cultural. Tanto en internet como en el resto de medios se di#unde la in#ormacin del
contexto social !ue ser" motivo de la indignacin expresada por el movimiento pero& so're
todo& internet ser" un espacio de de'ate& con#rontacin de ideas y opiniones e
interpretacin de una realidad perci'ida como in7usta. 5n espacio en el !ue la indignacin
individual ser" poco a poco compartida $asta generar un clima de opinin #avora'le a la
movilizacin. -as redes sociales de internet Z7unto a otras #ormas de interaccin social
como las conversaciones in#ormales con amigos& #amilia& compañeros y vecinosZ te7er"n un
consenso previo pero necesario a la propia idea de movilizacin !ue luego ayudar"n a
organizar.
9esde esta primera #ase latente del movimiento& los convocantes pasar"n a una
#ase activa aun!ue aFn pF'licamente invisi'le. -a creacin en la red social de 1ace'oo=
de la 3lata#orma de Koordinacin de 2rupos 3roDmovilizacin Kiudadana& antecedente de
9emocracia 4eal Ba& supone ya un tra'a7o militante en el !ue el germen del movimiento ya
estar" en marc$a. 5na actividad !ue se desarrollar" casi por completo en internet antes
de dar el salto al espacio pF'lico en la etapa visi'le !ue comenzar" el 15 de mayo.
3or supuesto& la irrupcin en el espacio #ísico no supondr" el a'andono del espacio
virtual. <i 'ien el encuentro #ísico en las calles de miles de mani#estantes provoc un #uerte
empoderamiento de los participantes& la 4ed sigui siendo imprescindi'le para cu'rir y
di#undir la protesta& su'rayando su signi#icacin y relevancia. Mediante una estrategia
com'inada de movilizacin calle7era y di#usin virtual de las protestas el movimiento logr
irrumpir con #uerza en la agenda medi"tica y política !ue se $a'ía mostrado impermea'le
a la primera mani#estacin. %sí lo re#le7a el primer intento de acampada en <ol
)
& el posterior
desalo7o policial y la di#usin del mismo en las redes sociales& lo !ue aument la indignacin
y multiplic la convocatoria para acampar nuevamente Zesta vez de #orma masivaZ en la
plaza& dando lugar a las espectaculares im"genes !ue& de manera similar a las de la plaza
Ta$rir en el Kairo& concentrarían inevita'lemente la atencin medi"tica.
-a red sirvi entonces de complemento a la organizacin& primero de las acampadas
y luego de las asam'leas de 'arrio& así como para la di#usin de nuevas protestas. 3ero
m"s all" del uso instrumental podemos destacar como la cultura& el lengua7e y los
sím'olos de internet impregnan tanto las pr"cticas como los discursos del movimiento.
Karetas de %nonymous& pancartas !ue copian el lengua7e in#orm"tico (.Error >0>I
9emocracy not #ound0...,& mani#iestos .de cdigo a'ierto0& lemas en #ormato $astag... /o
solo en la cultura& las posi'ilidades a'iertas por internet in#luyen tam'ién en las
propuestas del movimiento& como la de 9emocracia >.0
10
!ue pretende me7orar el
sistema representativo incluyendo la participacin directa de los electores a través del
voto electrnico. 6nternet y las nuevas tecnologías no son pues una simple $erramienta del
9 3laza céntrica de la ciudad de Madrid !ue ser" el nucleo principal de las movilizaciones en la capital.
10 $ ttpIJJd e mo>pu n to0.n e t
110
UOC / IN !edes" Mo#i$ientos % &ecnopol'tica
Uni#ersitat O(erta de Catalun%a Internet Interdisciplinary Institute
movimiento !uincemayista& est"n en el corazn del movimiento& explican en parte su
surgimiento& $icieron posi'le su eclosin& constituyen una de sus principales estructuras
organizativas& impregnan su cultura& su lengua7e y sus discursos y encarnan algunas de
sus propuestas. En Fltimo término la 4ed sim'oliza otro mundo posi'le !ue los 7venes
movilizados contraponen al esta'lecido. 1rente a una democracia autoritaria y escasamente
representativa& la democracia directa y participativa de las plazasW #rente a unos partidos
y sindicatos 7er"r!uicos& 'urocratizados e inmovilistas& la #rescura in#ormal y la
$orizontalidad de las asam'leasW #rente al monopolio de la pala'ra de unos medios
corporativos y unidireccionales& la multiplicidad de voces y conversaciones en internet.
.6nternet es la democracia0 llegar" a a#irmar una de las activistas. El 15M& en su
reivindicacin de una .democracia real0& identi#icar" sus valores de $orizontalidad&
participacin y li'ertad con la 4ed construida 'a7o esos mismos principios (Kastells& 2001,.
<i 'ien la idea de un pF'lico pasivo e inde#enso #rente al poder omnipresente de los
medios (teoría de la agu7a $ipodérmica& escuela de 1ranc=#urt..., $a sido poco a poco
des'ancada por teorías comunicativas !ue señalan cada vez m"s los límites de los e#ectos
medi"ticos y el papel activo de la audiencia en los procesos de recepcin y emisin (e#ectos
limitados& teoría de los dos pasos& usos y grati#icaciones& Kultural <tudies...,& la teoría de
la comunicacin cl"sica no $a alcanzado aFn a analizar realmente la trascendencia del
cam'io entre el modelo medi"tico tradicional y el modelo interactivo de los nuevos
medios. -a reinterpretacin de los mensa7es medi"ticos por parte del pF'lico postulada
por los Kultural <tudies& la limitacin de los e#ectos de'ida al #iltro de la estructura
social en la !ue se inscri'en los receptores conce'ida por las teorías de do'le #lu7o y la
#igura del líder de opinin e incluso las propuestas de la comunicacin popular o
alternativa !ue& superando la mera recepcin activa& ya adelantan el intercam'io de
papeles de receptor a emisor& son insu#icientes para a'ordar la magnitud del cam'io. B es
!ue& a pesar de servir como una 'ase #undamental para pensar los nuevos medios como
internet& estas tradiciones tericas son $i7as de los medios de masas tradicionales de#inidos
por su unidireccionalidad y una cada vez m"s matizada pero existente pasividad general
del pF'lico receptor.
3. La comunicación del 15M en internet
-a mayoritaria acogida del 15M por parte de la po'lacin& incluidos los per#iles de menor uso
de los nuevos medios (en general los de mayor edad, certi#ican la pertinencia de las
teorías citadas !ue postulan una recepcin silenciosa y pasiva pero a la vez crítica del
discurso dominante. 5na actitud crítica perci'ida con sorpresa por las élites pero sentida
individualmente por miles de personas. Es este el punto en el !ue internet 7uega un papel
#undamental. 1rente a la audiencia atomizada de los medios de masas tradicionales&
internet conecta la indignacin disgregada rompiendo el aislamiento de los receptores !ue
comienzan a sentir !ue no est"n solos& !ue son muc$os y !ue pueden $acer algo 7untos&
tal y como señalan las personas entrevistadas. 9e esta #orma una activista destaca
.cmo $a despertado una conciencia en cantidad de gente0 ya !ue....de repente pues a
través de las redes sociales y todo esto nos $emos visto muy apoyados [noM& se $a
extendido muc$o m"s y entonces lgicamente el $om're cuanto m"s se mueve&
evidentemente m"s #uertes nos sentimos0.
6nternet permiti compartir la #rustracin perci'ida no solo por las in#ormaciones
reci'idas a través de ella sino& so're todo& de los medios de comunicacin !ue aFn
111
15MP2P José Candón
Encuentro transdisciplinar Comunicación, internet y democracia deliberativa
mantienen el protagonismo de la agenda pF'lica.
-a 4ed es ante todo el espacio !ue $izo posi'le el encuentro para pasar del en#ado
individual a la indignacin colectiva y de esta a la accin. %sí lo destaca un activista& para
!uien el principal valor del movimiento es .sa'er !ue no est"s solo0 y así lo rati#ican el resto
de participantesI
.durante muc$o tiempo tF dicesI 'ueno& y yo& u#L. -ees las noticias& est"s
en casa& $a'las con tu mu7erI G#í7ate lo !ue est" pasando en no sé dnde& #í7ate éste
lo !ue $a $ec$o& #í7ate este #ulano lo !ue $a dic$oH. B llega el momento en !ue
esos comentarios !ue $aces a solas con tu mu7er en tu casa y esa indignacin
!ue te produce ver las noticias y eso& la puedes sacar a la calle y compartirla con
m"s gente& ves !ue no eres tF el Fnico& !ue no eres el Fnico& ni est"s tonto& ni est"s
loco& [noM Es !ue $ay m"s gente !ue piensa igual !ue tF& !ue a lo me7or los tontos
y los locos son los !ue no lo ven como tF. Eso te& te\ a mí me da un po!uito de
autoestima& por decirlo de alguna #orma ]...^& de decir& 'ueno& no soy yo el tonto&
[noM0
+ como resume la siguiente citaI
.este movimiento sucede por!ue varias personas aisladas pensando !ue est"n
locas en sus casas por!ue ya no est"n con#ormes con nada& de repente gracias a la 4ed
se dan cuenta de !ue no est"n solas0
Melucci (1))), $a'la de la etapa latente y la etapa de actividad de los movimientos&
_landermans (1)??, de la #ormacin y la movilizacin del consenso& en am'os casos se
da el paso desde la percepcin de la in7usticia y la #ormacin de una identidad de grupo
a la movilizacin real (!ue re#uerza tanto el sentimiento de in7usticia como la identidad
colectiva,. En el caso del 15M se o'serva el paso de esa #ase latente en la !ue se #orma
el consenso a través de una de#inicin de la situacin compartida& construyéndose un
marco de in7usticia mediante el de'ate y la interaccin social& tanto en el espacio #ísico
(.est"s en casa& $a'las con tu mu7er0& dice un activista, como en el virtual. 3osteriormente
el movimiento pasa a la accin& primero en la 4ed donde se organiza y coordina la
convocatoria de la mani#estacin del 15 de mayo y luego en la calle& tanto antes de la
mani#estacin como a partir de a!uella.
% partir del 15 de mayo el movimiento inicia una 'atalla por su espacio en la agenda
pF'lica& tanto medi"tica como política y electoral en principio reacia a incluirlo. 5na
'atalla de la !ue sale victorioso en la medida en !ue logra #inalmente copar la agenda
electoral& incluyendo numerosos temas en el de'ate pF'lico. El uso in#ormativo y
contrain#ormativo de la 4ed ser" crucial en esta etapa.
-a denuncia a la la'or de los medios masivos est" presente en el 15M desde el inicio
y la co'ertura de la primera protesta es denunciada en las redes sociales como
tergiversada y escasa. El 15M se consolida con la ocupacin de la plaza del <ol de Madrid
y la di#usin del movimiento en las redes sociales como reaccin a la m"s !ue tímida
repercusin medi"tica de las mani#estaciones del 15 de mayo (Kandn& 2011,. -a
co'ertura de la emisora pF'lica T8E Z!ue releg las masivas mani#estaciones a la Fltima
noticia de contenido político del TelediarioZ y otros medios #ue pronto denunciada en las
redes sociales como TCitter& donde se di#unden eti!uetas como Enoesnoticia&
Esilenciomediatico o Eperiodismorealya. <itios como meneame.net recogen
112
UOC / IN !edes" Mo#i$ientos % &ecnopol'tica
Uni#ersitat O(erta de Catalun%a Internet Interdisciplinary Institute
comentarios como .est" pasando y no lo est"n contando
11
0o .en T8E siguen sin enterarse
de !ue $a $a'ido movilizaciones por todo el estado
12
0. %dem"s de sitios de internet& los
propios espacios de participacin ciudadana en los medios convencionales son
multiplicados en la 4ed& como el caso de .Kristina& la oyente !ue exigi a 4/E respeto
para los mani#estantes del 15M
1:
X& una de las noticias m"s votadas en meneame.net
con >.)25 meneos y 1?.5:@ visitas en el portal& a lo !ue $a'ría !ue sumar las A05.@?@&
122.?02 y ).50) reproducciones solo en tres de los arc$ivos su'idos a BouTu'e.
Kristina !ue empieza su intervencin con la pregunta X[estoy $a'lando con la radio
pF'licaMX critica duramente el tratamiento $acia el movimiento en la tertulia radio#nica.
% pesar del éxito nota'le de la mani#estacin del 15 de mayo& .podría $a'erse
!uedado en nada0& como a#irma un activista. <in em'argo el empoderamiento de los
participantes& unido a la indignacin por el escaso eco de la mani#estacin en la prensa&
impuls nuevas movilizaciones en el espacio pF'lico& como el intento de acampar en <ol&
re#orzadas por la movilizacin en la 4ed. %ccin en la calle& di#usin en la 4ed& nuevas
acciones... `sta #ue la din"mica de movilizacin #ísica y virtual en la !ue una re#orza'a a
la otra $asta conseguir el protagonismo indiscuti'le en la es#era pF'lica. Komo relata un
activistaI .aprovec$ando los medios !ue teníamos de di#usin& !ue !uiz"s en otros tiempos
no teníamos& TCitter& 1ace'oo=& no se !ué& $u'o la posi'ilidad de llamar& de $acer un
llamamiento a la gente0.
E#ectivamente& el sa'or agridulce de la mani#estacin del día 15 estall en una ola
de indignacin aFn mayor gracias a la di#usin del vídeo en el !ue la policía desalo7a a los
primeros ocupantes de <ol& no m"s de medio centenar& provocando un .efecto
Streisand
14
”!ue llen la plaza con miles de mani#estantes. % partir de ese momento& ni
los medios ni la clase política podr"n ignorar al movimiento y las im"genes de la puerta
del <ol repleta de mani#estantes& un calco a las de la 3laza Ta$rir en El Kairo& dar"n la
vuelta al mundo.
El movimiento $a'ía conseguido entrar en la agenda de los medios tradicionales& e
incluso ser el protagonista indiscuti'le durante varios días& superando así el primer #iltro
medi"tico& el de la visi'ilidad. <egFn la teoría de la agendaDsetting (McKom's& 200A, los
medios no tienen muc$o poder de in#luencia so're .cmo0 piensa la gente& pero sí so're
en .!ué0 de'en pensar. El movimiento $a'ía conseguido $acerse un $ueco entre los
temas de de'ate pF'lico e incluir en el mismo asuntos como la vivienda& la corrupcin& la
ley electoral& el rescate a la 'anca& etc.
<in em'argo el poder de los medios& en un desarrollo posterior de la teoría de la
agenda& no se limita a esta'lecer en .!ué0 piensa y de'ate la opinin pF'lica sino
tam'ién el .cmo0 se piensa so're los asuntos !ue #orman parte de la agenda. El
concepto de framing o enmarcado presta atencin al tratamiento de los medios so're los
temas pF'licos y los actores sociales. En el caso !ue nos ocupa& si 'ien el movimiento
!uincemayista $a'ía logrado captar la atencin medi"tica& de'ía aFn luc$ar por o'tener
una co'ertura #avora'le #rente a los intentos de criminalizacin y desprestigio por parte de
11 $ ttpIJJ CC C .m e n ea m e .n e tJsto ry Jm a d rid D' a rce lona Dya D$ a nDt o m a do Dca ll e J0001)
12 $ ttpIJJ CC C .m e n ea m e .n e tJsto ryJ re pr e sion D' rut a lDp o li c ia Dm a ni #e sta c ion D15Dm a yo Dm a d ridJ1E c D2)
13 $ ttpIJJ CC C .m e n ea m e .n e tJsto ryJ cr istin aD oy e nte De xigio Dr n e Dre sp e toDm a ni #e st a nt e sD15m
14 El e#ecto <treisand es un #enmeno de internet en el !ue un intento de censura u
ocultamiento de cierta in#ormacin #racasa o es incluso contraproducente para el censor& ya
!ue ésta aca'a siendo ampliamente divulgada. 8er
$ ttpIJJ e s. C i=ip e di a .o rgJ C i=iJE #e c toY < tr e is a nd
11
15MP2P José Candón
Encuentro transdisciplinar Comunicación, internet y democracia deliberativa
'uena parte de la prensa y la clase política. -a mayoría de los activistas 7uzgan
críticamente el tratamiento !ue reci'en por parte de los mediosI .en la plaza se en#oca'a al
perro#lauta li"ndose el cigarro& !ue era un cigarro y tF lo sa'es y yo tam'ién pero la
mayoría de la gente no lo sa'e y entonces claro& allí tienes al perro#lauta porrero& luego
salían algunos con la cresta !ue i'an por detr"s0.
El propio término .perro#lauta0 popularizado por los medios con motivo del 15M&
aun!ue luego reivindicado por algunos activistas o readaptado para de#inir a sus
contrincantes (porra#lautas& poli#lautas& papa#lautas..., e7empli#ica el discurso despectivo
$acia las protestas por parte de muc$os medios.
4esulta di#ícil esta'lecer $asta !ué punto la in#ormacin directa de las personas
participantes en las redes sociales pudo contrarrestar las críticas en el sistema medi"tico
tradicional o en !ue medida la propia audiencia consume de #orma crítica los mensa7es
de los medios convencionales. <í !ue parece evidente !ue la in#ormacin m"s plural y
directa a través de la 4ed 7uega algFn papel en este sentido& por lo !ue los activistas son
conscientes de la necesidad de usar la 4ed para crear medios alternativos !ue di#undan
una imagen m"s #avora'le al movimiento. 3ara los activistas la di#usin de in#ormacin en
la 4ed es clave para romper el cerco medi"tico !ue& segFn su visin& acosa al
movimiento.
El 15M plantea un salto en varios aspectos del !ue no $ay vuelta atr"s y uno de
esos aspectos es el comunicativo. El 15M rompe con el monopolio de la verdad de los
medios de comunicacin. -a gente $a sido tocada por el movimiento.
En términos de comunicacin& los activistas perci'en la 'rec$a digital y la distinta
visin de la realidad social !ue conlleva el consumo de in#ormacin procedente de los
medios convencionales o de internet. 5n rasgo del 15M (y otros movimientos
contempor"neos como +cuppy en EE.55. + Eyosoy1:2 en México, es el protagonismo
de una 7uventud #amiliarizada con las nuevas tecnologías& los llamados .nativos digitales0
(3rens=y& 2001,& con un amplio conocimiento y una #uerte incorporacin de las T6K en su
vida cotidiana. En este sentido la siguiente activista a#irma !ueI .el 15M es un movimiento
nativo digital. Entiende lo !ue es la descentralizacin& la meritocracia& como organizarse
onDline como #ormarse& #ormar& in#ormar y autoD in#ormarse0.
-os y las activistas del 15M entrevistados $acen continuas re#erencias al $ec$o de
!ue la mayoría de la po'lacin& y en particular la de mayor edad& aFn dependa de la
in#ormacin reci'ida por vías tradicionales& especialmente la televisin& y conozcan poco
al movimiento o tengan una visin negativa del mismoI .el 15M est"n $aciendo
propuestas& est" moviéndose& lo sa'emos por!ue estamos& pero la gente eso no lo ve& la
gente ve la in#ormacin& los cuatro perro#lautas& los cuatro no sé cu"nto& !ue $an roto tres
ca'inas de telé#onos y no sé cu"nto& ]...^ es lo !ue ven& y ya est"I la pu'licidad0.
.por muc$o !ue nos duela& no llegas a la gente $oy en día. Ooy la gente& muc$a
gente& vive de las noticias de la televisin ]...^ /o todo el mundo tiene acceso a
internet. Muc$a gente se in#orma por los peridicos& de lo !ue pas por la televisin&
entonces si en la televisin dicen !ué segFn determinados temas& la gente se lo cree0.
-a actual 'rec$a digital& !ue en el contexto occidental es ante todo generacional& nos
lleva a pensar en la pro#undizacin de los cam'ios provocados por la irrupcin de
internet en el #uturo. <i la in#luencia de internet en la política se señala $oy como algo
evidente
15
el cam'io demogr"#ico podría llevar pronto a una mayoría de po'lacin
15 5n re#erente de la prensa mundial como la revista Time nom'ra'a en 2011 al activista o
mani#estante (t$e protester, como .la persona del año0& por .com'inar las vie7as técnicas con
11*
UOC / IN !edes" Mo#i$ientos % &ecnopol'tica
Uni#ersitat O(erta de Catalun%a Internet Interdisciplinary Institute
.nativa digital0 !ue podría provocar cam'ios pro#undos en el modo de in#ormarse y
participar en los asuntos pF'licos.
4. El 15M y la democratización de los medios
%un!ue la red sea el espacio comunicativo natural del movimiento !uincemayista& éste $ace
un uso crítico y disrruptivo de los medios tradicionales y entre sus propuestas y
reivindicaciones de democratizacin se incluyen medidas !ue tratan de me7orar el modelo
deli'erativo de democracia mediante la democratizacin de los propios medios.
Entre las reivindicaciones del 15M encontramos medidas relacionadas con este
concepto de democracia deli'erativa& garantizando el acceso a los medios de
comunicacin& la li'ertad de expresin o la proteccin del periodismo de investigacin. %sí&
en los oc$o puntos del mani#iesto de la plata#orma convocante 9emocracia 4eal Ba
1A
y
otras ta'las reivindicativas encontramos el rec$azo explícito a la ley <inde y al control de
internet. 9emocracia 4eal Ba incluye tam'ién la .proteccin de la li'ertad de in#ormacin y
del periodismo de investigacin0 !ue parece inspirada en el caso de ai=ilea=s y las
medidas propuestas en 6slandia. En las demandas de la acampada de
;arcelona
1@
encontramos adem"s la .eliminacin de las tra'as legales !ue impiden
e7ercer el derec$o de emisin de los medios comunitarios li'res y sin "nimo de lucro0&
!ue responde a la tradicin de medios comunitarios en Kataluña& así como la .eliminacin
de los monopolios de #acto de los espacios radioeléctricos0. 3odemos incluir tam'ién en
este apartado la iniciativa 3eriodismo 4eal Ba& en la !ue pro#esionales de la comunicacin
plantean reivindicaciones relacionadas con la pro#esin y el derec$o ciudadano a la
in#ormacin. Medidas de transparencia en la in#ormacin pF'lica& como los sueldos de los
cargos electos y otras similares& tam'ién podrían encuadrarse en este con7unto de
iniciativas encaminadas a #avorecer un modelo de democracia deli'erativa en el !ue la
ciudadanía pueda participar en los de'ates pF'licos con li'ertad y acceso a los medios y
la in#ormacin necesaria para ello.
%l calor del 15M surgir"n adem"s proyectos de in#ormacin alternativa en los
!ue cola'orar"n periodistas pro#esionales y activistas sociales& como el peridico -a
Marea y multitud de Ce's y 'logs periodísticos.
-a comunicacin ser" por tanto no solo una $erramienta del movimiento para
$acerse visi'le y comprensi'le& especialmente mediante el uso y apropiacin de las T6K&
ser" tam'ién uno de los temas de de'ate político en su propuesta de democratizacin de
la política y la sociedad. ;a7o el marco general de la democracia .real0 el movimiento
con7ugar" propuestas en torno a la recuperacin de so'eranía (re#eréndums o'ligatorios
para toda introduccin de medidas dictadas desde la 5nin Europea,& la me7ora de la
democracia representativa (modi#icacin de la -ey Electoral& mecanismos de democracia
interna en los partidos políticos y listas a'iertas, y la apertura de cauces de participacin
directa (re#eréndums o'ligatorios y vinculantes& iniciativas legislativas populares&
democracia >.0,. Experimentar" con #ormas de democracia radical (asam'leas& 'Fs!ueda
de consenso& rotacin de portavoces& participacin directa& deso'ediencia civil no violenta&
'ienes comunes, y propondr" las medidas citadas para esta'lecer una auténtica democracia
las nuevas tecnologías para prender una luz en la dignidad $umana y& #inalmente& por
conducir el planeta $acia caminos m"s democr"ticos0
16 $ ttpIJJ CC C .d e mo c rac ia rea ly a .e sJdo c um e ntoDt ra nsv er s a l
17 $ ttpIJJ aca mp a d a ' c n. C o rdpr e ss. c omJd e m a nd e s
115
15MP2P José Candón
Encuentro transdisciplinar Comunicación, internet y democracia deliberativa
deli'erativa.
5. Conclusiones
-a principal conclusin de este texto es !ue internet es muc$o m"s !ue una
$erramienta de comunicacin utilizada por el movimiento. Es tam'ién su in#raestructura
organizativa y un medio para la participacin de los activistas en los de'ates y acciones
del movimiento. 3ero incluso m"s all" de su uso instrumental& internet encarna los valores
del 15M y los activistas se identi#ican con la 4ed& se implican en su de#ensa e in#luyen en
su propio desarrollo. 3ara el 15M& parasa#reando a Mc-u$an& .el medio es el mensa7e0 y
como resume una de las activistas .internet $a sido #undamental& sin internet no sería
posi'le todo esto0.
El 15M es protagonizado especialmente por los 7venes #amiliarizados con el uso
de las nuevas tecnologías. *venes desclasados !ue no se identi#ican en términos
cl"sicos y !ue rec$azan su a#iliacin a partidos y organizaciones políticas tradicionales
ante las !ue mani#iestan pro#undas reservas. *venes !ue podemos denominar .nativos
digitales0 (3rens=y& 2001, con un amplio conocimiento y una #uerte incorporacin de las
T6K en su vida cotidiana.
3ostulamos !ue movimientos como el 15M materializan un con#licto tanto
intergeneracional como intermedi"tico.
• 6ntergeneracional por!ue evidencia la #ractura entre& por una parte& la cultura
política $egemnica (la cultura de la transicin& ver 2uillem Martínez& 2012,& unas
instituciones y organizaciones políticas an!uilosadas (el .33<+E0& la corona..., e
incluso organizaciones tradicionales de protesta como +/2 o sindicatos y& por otra
parte& una nueva generacin !ue rec$aza tanto los valores como las #ormas
organizativas cl"sicas& a'razando nuevos re#erentes como el asam'learismo y
culturas políticas !ue promueven el $acer local y descentralizado (tradiciones
li'ertarias y anar!uistas& movimiento autnomo& nacionalismos peri#éricos&
localismos como re#erencia de la accin de protesta en España,.
• 6ntermedi"tico por!ue la estructura 7er"r!uica& la di#usin unidireccional y la
recepcin pasiva de los medios de masas tradicionales se identi#ica con un sistema
político igualmente vertical& autoritario y meramente delegativo& tanto en las
instituciones estatales como en las organizaciones políticas o sindicales& mientras
!ue el modelo $orizontal& interactivo y a'ierto de internet se identi#ica con las #ormas
de organizacin $orizontales& participativas e in#ormales de los nuevos
movimientos y los nuevos medios sirven a los activistas para convocar& organizar
y di#undir su protesta& contrarrestando el poder de los medios tradicionales para
determinar la agenda pF'lica y la percepcin de los acontecimientos (Kandn&
2011,.
3odemos& atendiendo a esta do'le #ractura generacional y medi"tica& de#inir a los
protagonistas del 15M como .7ove/ets0 cuya cultura política& valores y #ormas de
organizacin y de intervencin política se desmarcan de la cultura $egemnica en la !ue
intervienen& precon#igurando !uiz"s la nueva sociedad !ue se a're paso en la era de la
in#ormacin.
11+
UOC / IN !edes" Mo#i$ientos % &ecnopol'tica
Uni#ersitat O(erta de Catalun%a Internet Interdisciplinary Institute
El movimiento expresa una aspiracin democr"ticaI .democracia real ya0. En su
'ase& mani#iesta una reivindicacin comFn de .democracia radical0 (Kalle& 2011, #rente a
la desa#eccin por una democracia autoritaria y #ormalista !ue no satis#ace los deseos y
necesidades de 'uena parte de la po'lacin. 5na nueva democracia !ue para ser .real0&
.auténtica0& re!uiere de una ciudadanía 'ien in#ormada a través de un sistema de
comunicacin a'ierto& plural y participativo !ue de ca'ida a todas las voces.
6nternet ser" un medio para expresar estas demandas& pero tam'ién un modelo de
inspiracin para la sociedad !ue se !uiere construir. 5na sociedad li're& a'ierta&
$orizontal y participativa como la 4ed.
6. Reerencias
K%--E K+--%9+& %ngel (2011, emocracia !adical" ;arcelona& 6caria.
(2005, #uevos $ovimientos %lobales" &acia la !adicalidad emocrática" Madrid.
3opular.
(201:, 'a (ransición )napla*able" 'os nuevos su+etos políticos para salir de la crisis"
;arcelona& 6caria.
K%--E K+--%9+& Rngel y K%/9b/ ME/%& *osé (201:, .<indicalismo y 15M0& en
K45E--<& Marta e 6;%44%& 3edro (201:, 'a democracia del futuro: el 1,$ a la
emergencia de una sociedad civil viva" ;arcelona& Editorial 6caria. 3"gs.I 151D1?A.
K%/9b/ ME/%& *osé (200), .<mart mo's y mensa7es en cadena. %proximacin terica a
las convocatorias Gespont"neasH de movilizacin social mediante redes telem"ticas0& en
!evista de -studios para el esarrollo Social de la .omunicación /!edes"com0& /o 5& 200)&
5niversidad de <evilla. 3"gs.I 255D2?1. $ tt p IJJ CC C .r e v is ta D re d e s. c o m Ji nd e x.p$p Jr e v is ta D
re d e s J a rti c leJ v ie C J1A>
(200), .5sos de 6nternet para la organizacin de los movimientos0& en 1ctas del )2
.ongreso 3nline del 3bservatorio para la .ibersociedad 4.risis analógica, futuro
digital”& cele'rado del 12 al 2) de noviem're de 200).
$ tt p IJJ CC C .ci ' e rso c ie d a d.n e tJc ong r e s200) Jac t e s J$ tm lJc o m Yus o sDd e D in te rn e tDp a ra D la D
o rg a n iz aci on D d e DlosD m ov im ie n tosY)1?.$ t m l
(2010, )nternet en movimiento: #uevos movimientos sociales y nuevos medios en la
sociedad de la información" Tesis doctoral. 3remio Extraordinario de 9octorado de la
5niversidad Komplutense de Madrid en el curso académico 2010D2011. 9irector 1élix
+rtega 2utiérrez. $ tt p I JJe p r in ts.u cm .e s J120?5
(2011, .-a dimensin $í'rida del movimiento del 15MI Entre lo #ísico y lo virtual0& en
1ctas del 2 .ongreso 3nline del 3bservatorio para la .ibersociedad 4&ybrid ays”&
cele'rado del 15 de octu're al :1 de noviem're de 2011. $ tt p IJ J e s.$y'r idD
d a ys. c om Jc on te n tJ la Dd im e ns iPK:P;:nD$PK:P % 9'r id a Dd el Dm ov im ie n toDd el D15 m De n tre D
lo D #PK: P %9s ic oDyD lo D v irtu a l
(2011, .-a 'atalla de la agendaI 9e las redes sociales a la agenda medi"tica& política
y electoral0& en 1ctas del 2 .ongreso 5eriodismo en !ed& 5niversidad Komplutense
11,
15MP2P José Candón
Encuentro transdisciplinar Comunicación, internet y democracia deliberativa
de Madrid& 1acultad de Kiencias de la 6n#ormacin& 9epartamento de 3eriodismo 66&
cele'rado del 15 al 1A de noviem're de 2011. 3"gs.I 21@D22@.
$ tt p I JJ 'oo= c a m p ing. c cJ re #e r e n c i aJ 21A)D la D ' at a lla D de
(2012, .Kiudadanía en la redI 3oder y contrapoder en los medios de comunicacin0&
en -studios sobre el $ensa+e 5eriodístico /-$50& 8ol. 1?& /o 2. *ulioD9iciem're.
5niversidad Komplutense de Madrid. 3"gs.I A@)DA?@.
$ tt p IJJ r e v is ta s.u c m .e s Ji nd e x.p$ p JE <M3 Ja rti cl e Jv ie C J>10:)
(2012, .<o'eranía tecnolgica en la era de las redes0& en !evista )nternacional de
5ensamiento 5olítico /!)550& /o@& 2012. -a'oratorio de 6deas y 3r"cticas 3olíticas
(-633+, de la 5niversidad 3a'lo de +lavide de <evilla. 3"gs.I @:D)2.
(201:, .Movimientos por la democratizacin de la comunicacinI -os casos del 15DM
y Eyosoy1:20& en !a*ón y 5alabra, /o ?2& MarzoDMayo 201:. 6nstituto Tecnolgico y
de Estudios <uperiores de Monterrey (6TE<M,& Kampus Estado de México.
$ tt p IJJ CC C .r az onyp a la 'r a .o rg. m x J/ J/?2 J8?2 J:2YK a ndonY8?2.pd#
$ tt p IJJ CC C .o e #g. a t Jte x tJ v e r a ns talt un g e n Jc on# Y ci v i lYso ciet yY d em o c ra c y Jc a ndonYr e don
do.pd# (201:, .Movimientos <ociales y procesos de 6nnovacin. 5na mirada crítica de
las redes sociales y tecnolgicas0& en <6E44% K%;%--E4+& 1rancisco (coord.,
(201:, .iudadanía, tecnología y cultura" #odos conceptuales para pensar la nueva
mediación digital" ;arcelona& 2edisa. 3"gs.I 2::D25A.
(201:, (oma la calle, toma las redes: -l movimiento 1,$ en )nternet" <evilla&
Editorial %trapasueños.
K%/9b/ ME/%& *osé y 4E9+/9+ E<K+;%4& 9iana (2012, .T$e 6nternet in t$e social
mo'ilizationI T$e con!uest o# t$e pu'lic sp$ere. T$e role o# t$e 6nternet in t$e planning and
development o# t$e 15DM Movement0& in .onference .ivil Society and emocracy" aor=ing
2roup on 9emocracy o# t$e %ustrian 4esearc$ %ssociation. 8ienna& /ovem'er )D10& 2012.
$ tt p IJJ CC C .o e #g. a t Jte x tJ v e r a ns talt un g e n Jc on# Y ci v i lYso ciet yY d em o c ra c y Jc a ndonYr e dondo.pd#
(201:,I .4edes digitales y su papel en la movilizacin0& en K45E--<& Marta e
6;%44%& 3edro (201:, 'a democracia del futuro: el 1,$ a la emergencia de una
sociedad civil viva" ;arcelona& Editorial 6caria. 3"gs.I 10:D12).
K%<TE--<& M. (2001,. 'a %ala6ia )nternet" !efle6iones sobre )nternet, -mpresa y
Sociedad" ;arcelona& 9e;olsillo.
14EEM%/& *. (1)@2, XT$e Tyranny o# <tructurelessnessX& (7e Second 8ave& 8ol. 2. /o. 1&
1)@2& p. 20W 9er:eley ;ournal of Sociology& 8ol. 1@& 1)@2Z@:& pp. 151Z1A5.
256--EM M%4Tc/Ed (ed., ( 2012,. .( o la cultura de la transición: .rítica a <, a=os de
cultura espa=ola. ;arcelona& 9e ;olsillo.
_-%/9E4M%/<& ;. (1)??,. .T$e 1ormation and Mo'ilization o# Konsensus0& en
_-%/9E4M%/< ;.& _46E<6 O. y T%44+a <. (eds,& )nternational Social $ovements
!esearc7" Supplement to !esearc7 in Social $ovements, .onflicts, and .7ange" vol,1.
2reenCic$& Konnecticut& *%6 3ress.
M%4c <REd& 8. y <6E44% K%;%--E4+& 1. (200?,. .Kapital in#ormacional y apropiacin
118
UOC / IN !edes" Mo#i$ientos % &ecnopol'tica
Uni#ersitat O(erta de Catalun%a Internet Interdisciplinary Institute
social de las nuevas tecnologías. -as redes críticas de empoderamiento local en la <ociedad
Europea de la 6n#ormacin0, (elos: .uadernos de comunicación e innovación, /e. @>& p"gsI
12AD1::.
MKK%4TOB& *. y d%-9& M. (1)@:,. (7e (rend of Social $ovements in 1merica"
5rofessionali*ation and !esource $obili*ation" MorristCon& /7& 2eneral -earning 3ress"
MKK+M;<& M. (200A, -stableciendo la 1genda" -l impacto de los medios en la opinión
pública y el conocimiento" ;arcelona& 3aids.
ME-5KK6& %. /1>>>0" 1cción .olectiva, 2ida .otidiana y emocracia. México& El Kolegio de
México.
3E44B ;%4-+a& *o$n. (1))A,. eclaración de independencia del ciberespacio"
34E/<_B& M. (2001, .9igital natives& digital immigrants0& 3n t7e &ori*on ) (5,I 1DA.
$ttpIJJdx.doi.orgJ10.110?J10@>?120110>2>?>:
$ttpIJJdx.doi.orgJ10.110?J10@>?120110>2>?1A
11)
El 15M como medio:
autoorganización
y comunicación
distribuida
En este artículo se parte de la hipótesis de que como
consecuencia de sus prácticas comunicativas y de
autoorganización, el 15M se convierte en fuente de
información para los medios de comunicación lo que
provoca cambios en la agenda mediática !simismo estas
prácticas ponen de mani"esto que no solo detecta la
permeabilidad de las fronteras entre quienes consumen y
producen noticias, sino tambi#n los importantes efectos de
la construcción simbólica y normativa de las relaciones
entre los medios de comunicación y los movimientos
sociales, entre periodistas y activistas En el conte$to del
15M, %&oque a 'an(ia) es un caso paradigmático en el que
las tecnologías digitales sirven para llevar a cabo una
campa*a comunicativa dirigida a la ciudadanía en general
así como a los medios, pero tambi#n para crear una
herramienta que sirva para la autoorganización de la acción
Eunate Serrano
Periodista.
Doctoranda en la Universitat Autònoma de Barcelona
15MP2P Eunate Serrano
Encuentro transdisciplinar El 15M como medio
1. Introducción
El 15M ha demostrado tener la capacidad de usar de forma creativa las tecnologías de la
comunicación, no solo para hacer fluir la información de forma alternativa al discurso
establecido por los mass media, sino también porque la información que fluye a través las
redes sociales de internet, las páginas ebs, blogs, y otras plataformas digitales tienen su
efecto en la concepción y práctica de la democracia, pues favorece nuevas formas de
autoorgani!ación"
#e esta forma, la agenda política del 15M se visibili!a como consecuencia del uso
coordinado de estas herramientas que permiten romper, en momentos determinados, la
agenda mediática" $in embargo, los medios de comunicación buscan influir en los
receptores, a partir de su propia selección y %erarqui!ación de la información, pero no
siempre logran una me%or opinión p&blica sobre la misma 'Mc(ombs, 1))*+ ,o!ano, -../0"
1nte esta capacidad de crear y difundir la información, o de autocomunicación de
masas '(astells, -..)0, que en las dos &ltimas décadas ha adquirido mayor relevancia no
solo entre los movimientos sociales sino en entre la ciudadanía en general, los medios de
comunicación comien!an a guiarse por las informaciones que generan desde los
movimientos en general, y desde el 15M en concreto" En este artículo se parte de la
hipótesis de que como consecuencia de sus prácticas comunicativas y de autoorgani!ación,
el 15M se convierte en fuente de información para los medios de comunicación lo que
provoca cambios en la agenda mediática"
En este artículo no solo detecta la permeabilidad de las fronteras entre quienes
consumen y producen noticias, sino también los importantes efectos de la construcción
simbólica y normativa de las relaciones entre los medios de comunicación y los movimientos
sociales, entre periodistas y activistas '#ella 2orta, -.130"
En el conte4to del 15M, 56oque a 7an8ia9 es un caso paradigmático en el que las
tecnologías digitales sirven para llevar a cabo una campa:a comunicativa dirigida a la
ciudadanía en general así como a los medios, pero también para crear una herramienta que
sirva para la autoorgani!ación de la acción" Esto se traduce en que se creó una eb, un foro
y se dise:ó una aplicación para los teléfonos móviles" El ob%etivo era el bloqueo físico de las
sedes de 7an8ia
1
para denunciar a la primer entidad bancaria rescatada a nivel estatal y
que, al mismo, tiempo más desahucios había e%ecutado" ,os colectivos ;<,1 y =ac8tivistas
me!claron formatos y combinaron la acción entre el mundo virtual y el físico fomentando, en
definitiva, la participación y un replanteamiento en las formas de acción y una comunicación
distribuida, que en el polo opuesto de la direccionalidad habitual de los mensa%es que
proceden de los medios de comunicación"
1 El desarrollo y ob%etivos de la acción 56oque a 7an8ia9 se e4plica en el punto > de este artículo"
2ara la elaboración de este artículo se reali!ó una entrevista al colectivo ;<,1"
121
UOC / IN3 Redes, Moviientos ! "ecnopol#tica
Universitat O$erta de Catalun!a Internet Interdisciplinary Institute
2. Tecnología, movimientos sociales y medios
En el ámbito de los movimientos sociales, e4isten dos e%emplos representativos que ilustran
cómo internet se ha convertido en una herramienta que posibilita nuevas tácticas para la
reivindicación y b&squeda del cambio social y político? el movimiento @apatista, que se inicia
en 1))>, y la conocida principalmente entre los medios como 57atalla de $eattle9, en 1)))
'Aan ,aer y Aan ,aest, -.1.0" En ambos casos, los flu%os de información se movieron de
forma paralela a los medios de comunicación tradicionales, convirtiéndose así en una
alternativa a la agenda establecida por las instituciones vinculadas a la clase política y
económica, principalmente"
En el caso !apatista, el uso de la red sirvió para difundir información y generar redes
de solidaridad y de opinión, que tenían como finalidad frenar acciones represivas desde la
esfera política y militar" 5,os !apatistas usaron internet para comunicarse con una red global
de colectivos de solidaridad9" 'Buris -..5?>-30" <nternet se convirtió en una herramienta más
de acción política tanto en el movimiento @apatista así como en $eattle, donde se creó el
Independent Media Center, Indymedia
2
, que se convierte en un canal alternativo para la
circulación de noticias e información sobre las protestas contra la Crgani!ación Mundial del
(omercio que se celebraba en la ciudad estadounidense a finales de noviembre de 1)))"
2artiendo de estos precedentes, en este artículo se trata de e4plicar cómo el rol de
internet en particular, %unto con el desarrollo de las nuevas tecnologías de la información y
de la comunicación 'D6<(0 en general, han renovado las prácticas comunicativas así como
las formas de acción de los movimientos sociales que, en las &ltimas dos décadas, se han
reorientado y miran al ciberespacio como 5una forma potencial de futura sociedad
democrática9 '(astells -..3?1E50"
,a sociedad civil ha encontrado en la tecnología una nueva herramienta y su uso,
que se proyecta en la red de redes, favorece entre otras cuestiones la consecución de
dinámicas de monitori!ación política 'Feane, -..)0, y también permite me%oras en la
participación y la deliberación" Ctros autores también se refieren al uso de las herramientas
digitales como elementos a partir de los cuales, además de utili!arlas para la comunicación,
los movimientos sociales también las usan para la organi!ación y la acción colectiva o para
lo que también se ha definido como tecnopolítica 'GodotH, 1))E+ $ampedro, -..5+ 6oret et
al", -.1-0"
El descontento de una parte de la sociedad civil con la gestión que ha reali!ado la
clase política de la crisis económica, la cual estalló a finales de -../ y que a&n perdura, se
convierte en un nuevo impulso de las reivindicaciones de los movimientos que traba%an por
el cambio social y por una regeneración y transformación de la democracia 'Gosanvallon,
-../+ <nnerarity, -.1-+ Monterde, -.130" 5,os movimientos sociales están asociados a las
prácticas de lucha, a las formas del cambio social9" '6ouraine -..*?-*10" Es el cambio social
- El (entro de Medios <ndependientes, <ndymedia, se define en su página eb como? 5In colectivo
de las organi!aciones de los medios independientes y de los centenares de periodistas que
ofrecen los pueblos, cobertura noJcorporativa" <ndymedia es un enchufe democrático de los
medios para la creación de radicales, e4actos, y apasionados diciendo la verdad9"
122
15MP2P Eunate Serrano
Encuentro transdisciplinar El 15M como medio
el denominador com&n de los movimientos y se trata ésta de una característica intrínseca de
los mismos, seg&n la mayoría de los investigadores que han ahondado en este tema
'(asquette, 1))E0"
1sí, en los &ltimas dos décadas, los movimientos sociales además de en el espacio
p&blico, también se organi!an en torno a comunidades virtuales con el cambio social como
ob%etivo 'Aan ,aer y Aan ,aest, -.1.0" 6al y como lo estudió =abermas '1)*-0, el concepto
de espacio p&blico se define como aquel ámbito de nuestra vida social donde se puede
construir opinión p&blica+ término que hoy en día también se e4trapola al ciberespacio" #e
hecho, seg&n 2ierre ,évy, 5le%os de fomentar la irresponsabilidad ligada al anonimato, las
comunidades virtuales e4ploran formas nuevas de opinión p&blica9" ',évy -../?1.-0"
El uso de las tecnologías de la información y de la comunicación contribuye a crear,
desarrollar y establecer nuevas formas organi!ación en los movimientos sociales que, al
mismo tiempo, les permite nuevos modos de reivindicación y protesta 'Cbar, @ube, ,ampe,
-.1-0" ,a eb -"." se ha convertido en una herramienta y en un nuevo espacio que facilita
la participación en la acción colectiva, que se apoya en la comunicación hori!ontal, así como
de las cone4ión de las inteligencias a través de la conectividad '#e Ferc8hove, 1)))0" En
este sentido, el uso estratégico de las tecnologías permiten a los movimientos sociales
apropiarse de <nternet para conseguir el cambio social '$urman y Geilly, -..50"
En la &ltima década, el activismo político, que ha tenido en la red una de sus
principales aliadas, ha impulsado las nuevas tecnologías como herramientas de contrapoder
'Buris -..*0" $e rompe así con la creencia que separaba las prácticas digitales de las
analógicas de estos movimientos" 5,a diferencia entre on-line y off-line ha perdido 'parte de0
sentido" $urgen y se consolidan prácticas híbridas que rompen la división tradicional 'ahora
caduca0 de lo KrealK y lo KvirtualK9 '$ampedro, -.11?-0"
,a eb -"." o eb social 'CKGeilly, -..*+ 7ernersJ,ee -..)+ Geig, -.1-0 facilitan la
participación de la sociedad civil en la democracia '2rasad, -.1-0, sin necesidad de esperar
la intervención de la clase política o que los medios de comunicación hagan fluir la
información" #esde el ciberespacio los flu%os informativos activan nuevos procesos de
comunicación instantáneos, donde los elementos de la 6eoría de la <nformación se acogen a
nuevos significados '1ladro, -.110"
2or tanto, el incremento de espacios sociales en internet ha provocado que los
ciudadanos cuenten con instrumentos tecnológicos y que, éstos, además de consumir
también produ!can noticias '(asero y Leenstra, -.1-0" (on la e4pansión de la red de redes
surge por tanto una nueva forma de comunicación interactiva, lo que el sociólogo Manuel
(astells define como autocomunicación de masas" 5$e caracteri!a por la capacidad para
enviar mensa%es de muchos a muchos, en tiempo real o en un momento concreto, y con la
posibilidad de usar la comunicación puntoJaJpunto, estando el alcance de su difusión en
función de las características de la práctica comunicativa perseguida9 '-..)?EE0"
1nte las posibilidades que ofrecen la tecnología para la comunicación en tiempo real,
los medios de comunicación no son a%enos a los avances tecnológicos, ni a cómo éstos
penetran en el día a día de la ciudadanía y lo que ello supone? imágenes, informaciones y
opiniones que se distribuyen por la eb social lo que influye en el e%ercicio del periodismo,
123
UOC / IN3 Redes, Moviientos ! "ecnopol#tica
Universitat O$erta de Catalun!a Internet Interdisciplinary Institute
por e%emplo, a la hora de elegir entre una diversidad de fuentes 'Aan der =aa8 et al",-.1-0"
El uso que los periodistas reali!an de las fuentes informativas condiciona la
elaboración de las noticias, reporta%es y crónicas, principalmente" 5,as fuentes informativas
constituyen un componente básico del proceso de producción y selección periodística y son
capaces de condicionar decisivamente el contenido 'agenda0 y el enfoque 'framing0 de la
cobertura informativa" <gualmente, su uso constituye un indicador de calidad periodística
relevante9 '(asero y ,ópe! Gabadán, -.1-?10" Es decir, el uso de fuentes informativas bien
identificadas aseguran no solo la calidad sino la credibilidad del relato '(asals (arro, -..50"
$in embargo, los medios de comunicación no dependen de los movimientos para
crear noticias y son éstos quienes se enfrentan a mayores dificultades para ser noticia
'6arro 1))>?-.)0" M por ello, ante estas dificultades para ser noticia, los movimientos
sociales difunden su propia información que distribuyen por distintos canales y medios de
comunicación alternativos y establecen su propia estrategia para que su agenda política
rompa el ritmo de la establecida por los mass media"
,a eb -"." posibilita que los movimientos sociales eviten los mensa%es oficiales de
las organi!aciones políticas y medios de comunicación tradicionales" Esta contribución a una
difusión de la información de muchas a muchas es una cuestión que forma parte del 1#D
del movimiento 15M, el cual ha bebido de estas prácticas comunicativas en red" #esde la
gestación y el estallido en -.11 del 15M hasta las acciones comunicativas y reivindicativas
como 515MpaGato9
3
o 56oque a 7an8ia9, este movimiento ha traba%ado la comunicación
distribuida como uno de los pilares que han permitido que evolucione hacia nuevas formas
de movili!ación y organi!ación ciudadana"
3. El 15M como medio de comunicación
(uatro meses antes de la manifestación del 15 de mayo de -.11 en la que, de forma
simultánea y en más de cincuenta ciudades espa:olas, entre -."... y 13."... personas
>
salieron a la calle para manifestarse y reclamar 5una democracia real y participativa9, se
formó una plataforma en la red Nplataforma a la que se adhieren más de >.. asociaciones
N, que dio forma a lo que posteriormente se convertiría en la convocatoria que reali!ó
#emocracia Geal Ma '#GM0"
1 pesar del traba%o previo en la red, los primeros titulares
5
tras la manifestación
3 515MpaGato9 es una plataforma ciudadana que denunció a Godrigo Gato y al conse%o de
administración de 7an8ia con motivo de su salida a 7olsa y la posterior quiebra de la entidad
bancaria" 1simismo han denunciado la venta de preferentes a clientes de 7an8ia
Ohttp?PP15mparato"ordpress"comP, consultado el 11P.1P-.1>Q
4 El debate sobre las cifras de la asistencia a las manifestaciones" 6res referencias sobre las cifras
en? Ohttp?PPelpais"comPelpaisP-.11P.5P15PactualidadP13.5>>/>-ERE5.-15"html, consultado el
1/P.5P-.11Q
Ohttp?PP"lara!on"esPdetalleRhemerotecaPnoticiasP,1RG1@CDR3E->E)PE)./JlynceJcuentaJ3/J
/>-JasistentesJaJlaJmanifestacionJdeJindignadosJenJmadrid, consultado el -1P.*P-.11Q
Ohttp?PPmanifestometro"blogspot"com"esP-.11P.5PmanifestacionJ15mJtomaJlaJcalle"html, consultado
el 1/P.5P-.11Q
5 ,os titulares corresponden a las ediciones impresas de los diarios 17(, El Mundo, El 2aís y
12%
15MP2P Eunate Serrano
Encuentro transdisciplinar El 15M como medio
convocada por #GM hablan de 5protesta de los indignados9, 5batalla campal9, 5primavera
árabe9, 5antisistemas9 y de 5rebelión9" Dombres y ad%etivos que trataban de identificar el
15M, pero que se quedaron le%os de la radiografía real de aquella movili!ación sin
precedentes y que llevaba cociéndose en los fogones de internet meses antes" En aquellas
%ornadas iniciales de información en la prensa
*
, estaban los casos e4tremos como el diario
ABC
/
que se dedicaba a escribir páginas sobre la posibilidad de que pudiera e4istir un
movimiento oculto tras el 15M, insistiendo de esta forma en una temati!ación demoni!ante
con respecto a las movili!aciones ciudadanas, o el caso de El Mundo
E
o El País
)
que se
centraron en las consecuencias que podían tener las manifestaciones de cara a la cita
electoral del -- de mayo de ese mismo a:o que se celebraban elecciones municipales" En
el caso del diario Público
1.
, las informaciones buscaban continuamente la identificación de
esta movili!ación social con las revoluciones que meses antes acontecieron en Egipto o
6&ne!"
2asaron algunos días hasta que algunos medios de comunicación consiguieron
reali!ar un análisis de lo que estaba sucediendo en las pla!as de varias decenas de
ciudades espa:olas y del e4tran%ero, así como de lo que ocurría en internet" 1nte esta
situación de le%anía informativa, el 15M pone en marcha en la red una radio, televisión y
prensa, además de los blogs, perfiles p&blicos en las redes sociales de internet y páginas
ebs y hace uso del streaming para informar en directo desde las manifestaciones y sobre
las acciones de protesta, principalmente"
3. 1. Conectividad
,os antecedentes del 15M se concretan en las luchas por la cultura libre de internet
11
, por lo
que resulta lógico estudiarlo desde su propio comportamiento en la eb social" ,a
conectividad '#e Ferc8hove, 1))/0 que surge entre las diferentes personas e identidades
'colectivas o no0 vinculadas al 15M, es fundamental para su análisis ya que que da un nuevo
giro a los estudios sobre los movimientos sociales"
El uso de las herramientas digitales de la comunicación posibilita que el 15M cubra
2&blico del día 1*P.5P-.11"
ABC? ,a protesta de los 5indignados9 acaba en una batalla campal
El Mundo? K2rimavera árabeK contra el sistema
El País? Miles de ciudadanos 5sin casa, sin curro y sin miedo9 e4igen 5un futuro digno9" Inos
>.. antisistema se encargaron de poner en %aque a los antidisturbios
Público? Gebelión social contra los recortes
* ,a elección de los diarios 17(, El Mundo, El 2aís y 2&blico no es aleatoria en este te4to, ya que
son ob%eto de estudio como parte de mi tesis doctoral"
/ 17(? Do todo es inocente en $ol '1EP.5P-.110"
E El Mundo? Gubalcaba comprende 5a sus amigos defraudados9 '1EP.5P-.110"
) El 2aís? ,a i!quierda intenta captar el voto de los indignados '1EP.5P-.110"
1. 2&blico? ,a K$panish GevolutionK se e4tiende de la 2uerta del $ol a todo el país '1EP.5P-.110"
11 El grupo de investigación #at1nalysis15M ha estudiado la gestación del 15M vinculando las
luchas por la cultura libre en internet con los antecedentes a la e4plosión en el espacio analógico
el 15 de mayo de -.11" Ohttp?PP"uoc"eduPo%sPinde4"phpPin3Jor8ingJpaperJ
seriesParticlePvieP1E/E, consultado el .3P./P-.13Q
125
UOC / IN3 Redes, Moviientos ! "ecnopol#tica
Universitat O$erta de Catalun!a Internet Interdisciplinary Institute
unas necesidades informativas que, medios de comunicación establecidos desde hace
décadas no han llegado a cubrir o lo han reali!ado parcialmente" En un conte4to de crisis
económica y de desconfian!a de varios sectores de la ciudadanía hacia la clase política, así
como hacia los medios de comunicación, uno de los lemas que resume el sentir del 15M es?
5no nos representan9"
S(ómo se dise:an las estrategias comunicativas del 15MT S(ómo se construye la
información en los espacios online del 15MT S#e qué forma influye la conectividad entre
quienes participan en la difusión de informaciones vinculadas al 15M para el intercambio de
la informaciónT SEs la conectividad del 15M generada a través de las redes sociales de
internet una estrategia para influir en las agendas de los medios de comunicaciónTS=a sido
capa! el 15M introducir su agenda política en la agenda de la prensa a través de su
estrategia comunicativa en la red y sus acciones en la calleT
(on el ob%etivo de generar noticias, difundir convocatorias e información en general
que queda fuera de la agenda mediática de los medios tradicionales, el 15M ha utili!ado las
nuevas tecnologías de la información y de la comunicación 'D6<(0 para el intercambio de
flu%os informativos del movimiento" El uso de las D6<( en general y las posibilidades que
ofrece la eb en particular ha provocado la creación de un abanico de respuestas en forma
de espacios para la 'contra0información 'radios, plataformas audiovisuales y prensa0, así
como la configuración de los perfiles de las redes sociales de internet, las ebs, blogs o las
herramientas que permiten la difusión y la coordinación del 1M en tiempo real como el
streaming 'retransmisión audiovisual en directo0, titanpad 'herramienta para escribir
documentos de forma simultánea0 o el mumble 'aplicación de vo!0" En definitiva, una
comunicación distribuida en la que los nodos participantes se vinculan, sin nada que los
centralice"
1 pesar del desarrollo de estas herramientas, los medios de comunicación
tradicionales conviven con los nuevos medios en la actual esfera de la comunicación"
5<nternet se ve como un medio de comunicación, se concibe como un medio nuevo debido a
que tiene una función comunicativa con la que se pone en marcha la circulación de
opiniones, de informaciones y análisis" (on sus especifidades en términos de costo de
acceso, de modo de producción, de procesos de difusión, de regulación9 'Gosanvallon
-../?/E0" #e esta forma y siguiendo con las ideas de Gosanvallon, la red ha llegado a ser
una forma social 'constituye comunidades0, al mismo tiempo que una forma política"
4. To!ue a "an#ia$% entre la red, la calle y la &rensa
En un conte4to en el que el 15M se encuentra en plena fase de mutación 'Monterde, -.130 y
de replanteamiento de sus formas de acción, 56oque a 7an8ia9, que se lleva a cabo el ) de
mayo -.13
1-
, combinó 5una me!cla entre el hac8tivismo y la calle9 con el desarrollo de
12 <nformación e4traída de la eb de 1campada $ol" ,a (omisión #ifusión Ged reali!ó una cobertura
minuto a minuto de la movili!ación" Ohttp?PPmadrid"tomalapla!a"netP-.13P.5P.)PtoqueJaJban8iaJ
cierraJmasJdeJ>.JsucursalesJyJalteraJduranteJtodaJlaJmananaJlaJactividadJdeJlaJentidadP,
consultada el 1.P.5P-.13Q
12&
15MP2P Eunate Serrano
Encuentro transdisciplinar El 15M como medio
herramientas en la eb y la actividad en las redes sociales, que sirvió de catali!ador para
colectivos y personas individuales, lo que permitió poner en marcha una acción contra una
entidad completa, en este caso 7an8ia, de forma descentrali!ada" El ob%etivo fue bloquear
durante todo un día la actividad de las -"/*> sucursales que tiene 7an8ia en todo el mundo
y e4igir 5la parali!ación total de los desahucios, la dación en pago retroactiva para los
deudores de buena fe, la utili!ación para alquiler social de todas las viviendas vacías en
propiedad de 7an8ia, la recuperación de las participaciones preferentes por parte de las
personas estafadas y una auditoría ciudadana de la entidad9"
,a iniciativa fue organi!ada por los colectivos ;ila y =ac8tivistas, que habilitaron una
página eb en cuyos foros se registraron 3"... personas, que consiguieron entorpecer la
actividad mediante el 5cansinismo9 en cuarenta entidades bancarias" 1demás, crearon una
aplicación para el móvil mediante la cual se podía tener acceso directo a los n&mero
telefónicos de las distintas sedes de 7an8ia y poder 5bloquear9 mediante llamadas la
actividad bancaria" En la entrevista planteada al colectivo ;ila concretan la forma de la
acción? 52lanteamos el cansinismo como formato de acción" Es una manera de bloquear una
actividad, de manera pacífica, sin que sea punible y sobre todo es divertido" 2or eso lo
concebimos inicialmente como un ataque ##os presencial9"
,a participación de colectivos y de personas a título individual en la organi!ación de
esta acción es uno de los é4itos más importantes de la misma" #esde ;ila apuntan que
56oque a 7an8ia9 es un ensayo de nuevas vías para el en%ambramiento entre la red y la
calle? la acción comien!a en las redes para acabar en el espacio p&blico urbano" 5,as
tecnologías de información y comunicación, cuando son abiertas y distribuidas son una
forma de activismo en sí mismo9, a:aden desde el colectivo"
4. 1. Entre la red y el es&acio ur'ano
1sí, como paso previo a la acción en la calle, con el ob%etivo de visuali!ar la
capacidad de la comunicación en la red del movimiento 15M en esta acción se ha reali!ado
un análisis de redes sociales, en concreto de la red social 6itter, usando el soft!are
;ephi
13
" Este programa permite medir cuáles son los nodos más importantes en la red, el
n&mero de enlaces y relaciones establecidas a partir de los nodos, así como la medición de
la intermediación que destaca qué nodo es el importante y cómo propicia la cone4ión entre
distintos nodos" El análisis de redes sociales trata de un tipo de análisis que aporta un
enfoque diferente de los fenómenos sociales 'Gohani y =oc8, -.1.0"
13 Gephi es un programa de código abierto que permite la exploración de todo tipo de redes y sistemas
complejos y dinámicos, así como de gráficos !astian et al", #$$%&" 'al y como describen en su creadores,
Gephi es una herramienta para explorar y comprender los gráficos" (l igual que )hotoshop, pero para los
datos, la persona que usa este programa interact*a con la representación, puede manipular las estructuras, las
formas y los colores para re+elar propiedades ocultas" ,l objeti+o es ayudar a los analistas de datos para
comprobar sus hipótesis" ,s una herramienta complementaria a las estadísticas tradicionales"
12'
UOC / IN3 Redes, Moviientos ! "ecnopol#tica
Universitat O$erta de Catalun!a Internet Interdisciplinary Institute
1 partir de esta metodología, el ) de mayo de -.13 se recogió una muestra de *".)1
tuits que contenían el "as"tag U6ocando17an8ia que se importaron desde ;ephi, lo que
crea un grafo donde se dibu%an las relaciones entre las cuentas de 6itter que tuitearon con
la etiqueta anteriormente mencionada" $e aplicaron filtros a la red generada en ;ephi, para
que se distinguieran los nodos más conectados a la red debido al n&mero de enlaces que
reali!an a otras cuentas"
(ra)o 1. Gepresentación de los nodos de mayor conectividad y los enlaces entre las cuentas de
6itter" Luente? Elaboración propia"
$eg&n se dibu%a en el grafo, las cuentas más mencionadas y retuiteadas pertenecen
a las comunidades del 15M, lo que nos indica una alta conectividad" Vstas son?
5democraciareal9, 5acampadasol9, 5acampadabcn9, 5acampada4i4ón9, que corresponden a
cuentas de identidades colectivas del 15M, así como de activistas del movimientos que
individualmente difunden información por 6itter como 5ciudadanoR!ero9, 5suysulucha9 y
5BuanmiRnes9" 2or otro lado, se distinguen las cuentas de otros colectivos vinculados al
15M, pero que ya traba%aban de forma activa antes del surgimiento del mismo en mayo de
-.11, como la 52lataforma de 1fectados por =ipoteca9 y el colectivo 51nonymous9" 1demás,
se pude ver un flu%o de mensa%es dirigido hacia medios de comunicación como el periódico
quincenal #iagonal"
12(
15MP2P Eunate Serrano
Encuentro transdisciplinar El 15M como medio
4. 2. En la &rensa
Linalmente, se ha reali!ado un análisis de contenido en prensa al ob%eto de
determinar si el flu%o de información generado en la eb social ha tenido repercusión en los
medios de comunicación y en consecuencia tener presencia mediática, y alcan!ar otras
capas de la opinión p&blica que se encuentran fuera del ámbito de los movimientos sociales,
en general" 2ara ello se ha recogido una muestra de las noticias publicadas con motivo de la
acción de 56oque a 7an8ia9 y se ha anali!ado el origen de las fuentes usadas por los
periodistas para informar sobre esta movili!ación ciudadana"
El análisis se hi!o sobre una muestra de cuarenta noticias que se publicaron entre
abril y mayo de -.13 en veinte diarios digitales
1>
y que informaban sobre la acción contra la
entidad bancaria" 2ara ello se hi!o una clasificación de las noticias en base al n&mero de
fuentes usadas para la elaboración de las informaciones, así como la procedencia de las
mismas" 6ambién estudió la frecuencia de uso y si dichas fuentes se identificaban
correctamente" En total se detectaron */ fuentes E1 veces mencionadas en las cuarenta
noticias"
2ara concretar el origen de las fuentes se elaboró una clasificación que comprendía
estas categorías? institucionalesPoficiales ';obierno central o autonómico0+ políticas 'partidos
políticos o persona vinculada a un partido0+ económicas+ 15M 'comprende identidades
colectivas como 51campada sol9, eb 56oque a 7an8ia9 y 5;ila ;rupo de <ntervención90+
movimientos sociales+ policialP%udicial+ sociedad civil 'personas a nivel individual0+ otros
medios 'referencias en la noticia a otros medios de comunicación0" #e esta forma el 5. W de
las fuentes consultadas corresponde al 15M, la eb de 6oque a 7an8ia y el colectivo ;ila+ el
1E W son fuentes procedentes de organi!aciones o asociaciones tipo 1dicae '1sociación de
usuarios de bancos, ca%as y seguros0 o el colectivo de pilotos de <beria+ el 1* W son fuentes
de origen económico, principalmente son fuentes procedentes de 7an8ia" El 1. W
corresponde a la sociedad civil, es decir, personas Jidentificadas o noJ que aportan su
testimonio y el * W son referencias a otros medios de comunicación"
1> #iagonal, El 7oletín, Faos en la red, ,a marea, ,a <nformación, Eldiario"es, El Economista,
2eriodismo =umano, XuéY, -. minutos, El 6riangle, <nfolibre, M$D Doticias, 2&blico, El 2aís, El
Mundo, 17(, =ufftintog 2ost, Linan!as, El 2eriódico"
12)
UOC / IN3 Redes, Moviientos ! "ecnopol#tica
Universitat O$erta de Catalun!a Internet Interdisciplinary Institute
(r*)ico 2. ,as fuentes seg&n su origen" Luente? Elaboración
propia"
2or otro lado, los datos demuestran que en el *>,1 W de las noticias, el periodista ha
usado una &nica fuente para elaborar la información, en el -.,5 W de las noticias ha usado
dos fuentes y en el 15,3 W ha usado tres o más fuentes informativas" 1 partir de la lectura
reali!ada de las noticias, el hecho de que más de la mitad de las unidades anali!adas se
haya elaborado basándose en la información proporcionada por una &nica fuente, determina
que los medios de comunicación se han valido de la nota de prensa elaborada por los
colectivos impulsores de la acción, sin profundi!ar mucho más en la finalidad de la acción"
M, finalmente, respecto a la identificación, en el *. W de las noticias la fuente estaba
correctamente identificada+ en el 3. W estaba parcialmente identificada y en un 1. W esta
velada, es decir, no había referencia alguna a la fuente"
+,EC-E.CI/ -na )uente 0os )uentes Tres o m*s )uentes
*>,1 W -.,5 W 15,3 W
I0E.TI+IC/CI1. Correcta 2arcial 3elada
*. W 3. W 1. W
5. Conclusiones
Es evidente que las acciones del 15M se reali!an tanto en el espacio urbano como en el
ciberespacio, pero es éste &ltimo sin el cual no podría entenderse" En la red, el 15M se
compone de personas 'nodosJordenadores0 que utili!an las nuevas tecnologías para la
transmisión y recepción de información así como para la comunicación de forma distribuida"
13*
Económicas
15MP 617P ;ila
$ociedad civil
Ctros medios
Crgani!"P 1soc"
15MP2P Eunate Serrano
Encuentro transdisciplinar El 15M como medio
,os enlaces son elementos importantes en esta red comunicativa que se te%e a partir de los
nodos, sean más o menos importantes, tal y como e4presó (astells '-..)0" En la calle, las
personas se valen de otros dispositivos, como los teléfonos móviles, para seguir alimentando
la red de información"
En este artículo se han presentado los resultados iniciales de una investigación más
amplia en la que se está anali!ando un mayor n&mero de artículos en prensa sobre acciones
concretas del 15M, así como su actividad comunicativa en la red social 6itter en diferentes
periodos entre -.11 y -.13" $in embargo y a partir de esta peque:a prospección se intuyen
dos ideas que serán abordadas en pró4imos análisis?
• 2or un lado, la hipótesis de partida en la que se apunta a la influencia de las prácticas
comunicativas del 15M en la agenda informativa de los medios de comunicación,
convirtiéndose en una referencia como fuente informativa" $i bien estudios reali!ados
en este campo han detectado un mayor peso de las 5fuentes oficiales9 mientras que
los movimientos sociales han quedado relegados a planos más secundarios, podría
ser que las demandas recogidas en la agenda política del 15M estén teniendo más
relevancia informativa y en consecuencia convertirse en origen de la fuente
informativa"
• M por el otro lado, el análisis de redes sociales apunta a que la información que
difunden perfiles de cuentas colectivas del 15M 'como la de #emocracia Geal Ma con
-3."... seguidores, consultado en enero -.1>0 sí generan flu%o de información,
aunque finalmente no trasciende a todas las capas de la sociedad" $i bien sí se
detecta que los medios de comunicación empiecen a guiarse por las noticias que
genera el 15M, por lo que también e4iste esa posibilidad de llegar a otros sectores de
la sociedad que no están más ale%ados del ámbito y las dinámicas de los movimientos
sociales en general"
Mientras los estudios sobre los movimientos sociales ponían el acento hace dos
décadas en las listas de correo electrónico como parte de su estrategia de comunicación,
hoy en día quienes investigan las nuevas prácticas comunicativas tienen que prestar
especial atención a la información que fluye a través las redes sociales de internet, las ebs,
blogs, y otras plataformas digitales que tienen efecto en la concepción y práctica de la
democracia" 2orque estas nuevas formas de comunicación no solo permite un mayor flu%o
informativo, sino nuevas formas de autoorgani!ación y activismo que combina acciones en
la red y en la calle, en definitiva nuevas formas de participación"
4. ,e)erencias 'i'liogr*)icas
1,1#GC, E" '-.110 5,a 6eoría de la <nformación ante las nuevas tecnologías de la
comunicación9" Gevista (<(, n&mero 1*, -.11?E5J)5"
131
UOC / IN3 Redes, Moviientos ! "ecnopol#tica
Universitat O$erta de Catalun!a Internet Interdisciplinary Institute
1,(1@1D et al" '-.1-0" #ecnopolítica$ internet y %-e&oluciones' (obre la centralidad de las
redes digitales en el )1M' 7arcelona? <caria Editorial
7EG;1D@1, M"G" M (=121GGC, M" 1" '-.1-0" 5El rigor de la prensa? principales
características y diferencias en el uso de las fuentes en los periódicos gratuitos y de pago9"
En? *E% %e&ista de Estudios de Comunicaci+n, Aol" 1/, nZ3-" 7ilbao? I2APE=I, pp" -)J>)"
7EGDEG$J,EE, 6" and L<$(=E66<, M" '-...0" #e,iendo la red -el in&entor del !orld !ide
!eb nos descubre su origen' Madrid? $iglo [[< de Espa:a editores"
(1$1,$ (1GGC, M\ Bes&s '-..50" Periodismo y sentido de la realidad' #eoría y an.lisis de
la narrati&a periodística" Madrid? Lragua
(1$EGCJG<2C,,V$, 1" and LED$6G1, G" 1" '-.1-0 56he 15JM Movement andthe ne
media? 1 case study of ho ne themes ere introduced into $panish politicaldiscourse9,
M<1" Media <nternational 1ustralia, 1>>? *EJ/* Ohttp?PP"academia"eduP>5>3)35P6heR15J
MRMovementRandRtheRneRmediaR1RcaseRstudyRofRhoRneRthemesRereRintroduced
RintoR$panishRpoliticalRdiscourse, consultada el -3P.1P-.13Q"
(1$EGCJG<2C,,V$, 1" and ,]2E@ G171#^D, 2" '-.1-0" 5,a evolución del uso de las
fuentes informativas en el periodismo espa:ol9" (omunicación presentada en el <<< (ongreso
<nternacional 1sociación Espa:ola de <nvestigación de la (omunicación" 6arragona"
(1$XIE66E, B" '1))*0" Política$ cultura y mo&imientos sociales' 7ilbao? 7a8ea!"
(1$6E,,$, M"
-.1-" %edes de indignaci+n y esperan/a -los mo&imientos sociales en la era de
Internet' Madrid? 1lian!a"
-..)" Comunicaci+n y poder' Madrid? 1lian!a"
-..>" ,a sociedad red? una visión global" 6raducc" #e Lrancisco Mu:o! del 7ustillo
'-..*0" 1lian!a Editorial, $"1" Madrid"
(=1M2E1I, $" and <DDEG1G<6M, #" '-.1-0" Internet y el futuro de la democracia'
7arcelona? 2aidós"
#E FEG(F=CAE, #", '1)))0" Inteligencias en cone0i+n- "acia una sociedad de la !eb'
7arcelona? ;edisa"
#E,,1 2CG61, #" and #<1D<, M" '-.110" 1os Mo&imientos sociales' Madrid? (omplutense"
#E,,1 2CG61, #" '-.130" Can democracy be sa&ed2 (ambridge? 2olity
BIG<$, B" '-..>0" Movimientos sociales en red? movimientos sociales por una %usticia global"
en Manuel (astells 1a sociedad red, pp >15J>3)" Madrid? 1lian!a editorial"
=17EGM1$, B" 1)*5" (tu3tur!andel der 4ffentlic"3eit- untersuc"ungen /u einer 3ategorie
der b5rgerlic"en gesellsc"aft' 7erlin? ,uchtehand
FE1DE, B" '-..)0" 5Monitory democracy and mediaJsaturated societies9"
Ohttp?PP%ohn8eane"netPpJ
contentPuploadsP-.11P.1PFeaneRgriffithRrevieRed->RmonitoryRdemocracyRmediaRsaturise
d"pdf, consultada el 3.P.)P-.1-Q
132
15MP2P Eunate Serrano
Encuentro transdisciplinar El 15M como medio
,VAM, 2" and Iniversidad 1utónoma Metropolitana, -../" Cibercultura -informe al Conse,o
de Europa' Gubí, 7arcelona? 1nthropos"
,C@1DC, B"(" '-../0" #eoría e in&estigaci+n de la comunicaci+n de masas' Daucalpán de
Buáre!, Mé4ico? 2earson Educación"
M((CM7$, M" et al" '1))*0" Communication and democracy - e0ploring t"e intellectual
frontiers in agenda-setting t"eory' Mahah, D"B" Oetc"Q? ,arence Erlbaum
MCD6EG#E, 1" '-.130 1a potencia ciudadana en red$ la tecnopolítica y la democracia del
futuro' Ohttp?PPcivilsc"netPsitesPdefaultPfilesPpotenciaciudadanaenred"pdf, (onsultada en línea
el -.P1-P-.13Q"
GC=1D<, A" and =C(F, C" $", -..)" 5Cn $ocial Detor8 _eb $ites? #efinition, Leatures,
1rchitectures and 1nalysis 6ools9 en 6ournal of Computer Engineering .1P-..)+ 1?3J11" pp"3J
11
GE<;, #" '-.1-0" (ocionomía' 7arcelona- #eusto Ediciones
GC$1DA1,,CD, 2" '-../0" 1a contrademocracia- la política en la era de la desconfian/a'
Manantial"
$1M2E#GC 7,1D(C, A" '1))*0? `7atallas de papel Medios de comunicación y nuevos
movimientos sociales, el caso de la ob%eción de conciencia`, En? *E% %e&ista de Estudios
de Comunicaci+n, nZ1" 7ilbao? I2APE=I, pp" 1-1J15>"
Ohttp?PP"ehu"esP!erPesPhemerotecaParticuloPbatallasJdeJpapelJmediosJdeJcomunicacionJyJ
nuevosJmovimientosJsocialesJelJcasoJdeJlaJob%ecionJdeJconcienciaP), consultado el
1-P.1P13Q"
$EGG1DC, E" '-.1-0" 5De technologies, social netor8s and media? $panish Gevolution9"
%omanian 6ournal of 6ournalism7%e&ista %omana de 6urnalism si Comunicare-%%6C' Aol" /,
issue 3J>, p" -/J3>"
$IGM1D, M" y GE<,,M, F" '-..50" 51propiarse de internet para el cambio social" =acia un
uso estratégico de las nuevastecnologías por las organi!aciones transnacionales9"
(uadernos de traba%o" =egoa"
http?PPpubl"hegoa"efaber"netPassetsPpdfsP15>P(uadernoRdeRtraba%oR3E"pdfT13.>..--.1
A1D ,1EG, B" and A1D ,1E$6, 2" '-.1.0" 5<nternet and social movement action repertoires9,
Information$ Communication 8 (ociety, 13?E, 11>*J11/1 "
Ohttp?PPd4"doi"orgP1."1.E.P13*)11E1..3*-E3./" (onsultada el 15P.3P-.1-Q
61GGC_, $" '1))>0" El poder en mo&imiento- los mo&imientos sociales$ la acci+n colecti&a y
la política' Madrid? 1lian!a
6CGE6, B '-.130" 56ecnopolítica? la potencia de las multitudes conectadas" El sistemaJred
15M como nuevo paradigma de la política distribuida9'<D3 _or8ing 2aper $eries" 7arcelona?
Iniversitat Cberta de (atalunya
6CIG1<DE, 1" '-..50" 9n :ue&o paradigma- para comprender el mundo de "oy" 7arcelona?
2aidós
133

Narrativas,
Narrativas,
Imaginarios y
Imaginarios y
Semiótica de la protesta
Semiótica de la protesta
Mitoanálisis
del 15M
En términos del imaginario social, el movimiento 15M
representa una ruptura con las matrices arquetípicas y
las metáforas de los movimientos sociales
tradicionales. Partiendo de un análisis semiótico de los
lemas del 15M, el artículo compara las estructuras
simólicas de las revueltas de mayo del !" con las del
movimiento 15M. Mientras que el mayo del !" más
liertario y autogestionario se enfrentó a la di#cultad
de compartir metáforas con la tradición de la que se
quería emancipar $la revolución prometeica%, el 15M &a
fundamentado sus o'etivos, modos y discursos en un
imaginario de su tiempo, que &a e(plotado en el siglo
))* gracias a la proliferación de *nternet y los
dispositivos móviles $la transformación &ermesiana%.
Antonio Blanco-Gracia
Universidad Autónoma de Madrid
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
¿Qué puede aportar la hermenéutica simbólica al magnífico análisis que, desde la semiótica,
hiciera Raúl Minchinela (Minchinela, !""# sobre los lemas $ consignas del "%M& 'ste es el reto
que me plantearon para mi participación en el panel (arrati)as, imaginarios $ semiótica de la
protesta*, $ al que trataré de dar respuesta desde la +sociología del imaginario* fundamentada
en la hermenéutica simbólica del antropólogo francés ,ilbert -urand (-urand, !!., "//0,
!!0#1
'l resumen de la ponencia anuncia un despla2amiento en las matrices arquetípicas que
sub$acen en dos +ma$os* de gran significación política, que desde luego será mati2ada1 Mi
propósito es resumir en primer lugar las conclusiones del análisis de Raul Minchinela, para
continuar con una e3plicación de la importancia de que e3ista un despla2amiento en el
imaginario de esos dos mo)imientos sociales, la caracteri2ación las constelaciones simbólicas
predominantes en cada una de ellas, $ finalmente, las consecuencias del nue)o escenario
mítico1
“Realismo sucio: lemas y consignas en el movimiento 15M”
'n su e3posición +Realismo sucio4 lemas $ consignas en el mo)imiento "%M*, Raúl Minchinela
destaca la )ariedad de mensa5es utili2ados como refle5o de la hori2ontalidad del mo)imiento
"%M que, hu$endo de la tradicional 5erarqui2ación de la red centrali2ada o descentrali2ada, se
beneficia de la fiabilidad frente al ataque de una red distribuida a la manera de 6nternet1 +7
causa de esa hori2ontalidad, ha habido tantos lemas como personas* (Minchinela, !""#1 'sta
creati)idad resulta tan anómala respecto a las pactadas consignas de las manifestaciones
tradicionales que resultará rese8able por el periodismo mainstream4 así lo muestra una captura
de la edición digital del país, cu$o pie de foto re2a +los manifestantes buscaron la originalidad*
()er captura en Minchinela, !""#1 9ese a todo, Minchinela identifica unas metáforas generales
sobre las que se fundamentan la plétora de mensa5es4 +no llego a fin de mes* $ +estamos mu$
5odidos*1 9ero como los clichés son metáforas muertas $ $a no caracteri2an una época dada, $
las abstracciones demasiado comple5as no cua5an en el imaginario colecti)o, nos encontramos
con que fue el lema de uno de los con)ocantes +:-emocracia real $a;*, $ su )ariante +<o llaman
+democracia* :$ no lo es;*, fue de lo más coreado entre los manifestantes1 =ambién fue
destacado por los medios +si no nos de5áis so8ar no os de5aremos dormir*, $ )ariantes como
+nuestros sue8os no caben en )uestras urnas*1 9ero el que tu)o más é3ito fue sin duda +no ha$
pan para tanto chori2o*, que se )io reproducido en un sinfín de )ariantes mediante toda clase de
técnicas mi3tas1
<a clasificación temática de Minchinela queda recogida en la =abla 61 9odemos
comprobar en la misma que las metáforas basadas en la informática, enfati2adas en cursi)a,
aparecen en todas las temáticas de los lemas del "%M1 >omo afirma Minchinela, +el ingrediente
)erdaderamente diferencial del mo)imiento ?fue@ el lengua5e de los ordenadores como
herramienta de protesta*1 <a crisis de la representación es una descone3ión producida por un
mal funcionamiento del sistemaA la interrupción de un intercambio entre la ciudadanía $ sus
representantes1 <a -emocracia no debe ser sustituidaA debe ser +reseteada* $ actuali2ada a una
nue)a )ersión que resuel)a los problemas de comunicación entre ciudadano $ político1 9ara el
manifestante del "% de Ma$o, con)ocado a tra)és de las redes sociales, informado de su é3ito a
13
1!M"#" $ntonio %lanco&'racia
(ncuentro transdisciplinar Mitoanálisis del 15M
tra)és de las mismas con el silencio de los medios tradicionales de fondoA coordinando acciones
de pla2as ocupadas $ asambleas espontáneas en toda la geografía a tra)és de +pads* $ redes
sociales +ad hoc* como las de <orea1 >abalgando en +el lengua5e de los ordenadores*, el
mo)imiento no utili2a únicamente una red distribuida para organi2arseA se con)ierte, él mismo,
en una red distribuida1
Bunto a tal presencia, es llamati)a una ausencia, destacada en un artículo del diario 7C>
publicado el "" de 5unio de !"", en el que su autor constata con sorpresa que en la 7campada
Dol no encontró ningún lema de ma$o del EF, ni imágenes de >he ,ue)ara, ni la palabra
+utopía*1 >omo bien se8ala Minchinela citando a Gi2eH, una constante en el mo)imiento "%M es
cuestionar lo que se considera posible e imposible, des)elando la trampa de las democracias
liberales4 cuando se trata de asuntos indi)iduales, todo es posible o al menos susceptible de
debateA cuando son asuntos colecti)os $ de relaciones sociales, entonces el ámbito de lo
posible se reduce drásticamente1
Revolución y postmodernidad: o amor (latente) imposible, o matrimonio (patente)
de conveniencia
7 decir de 9at3i <anceros,
+<a modernidad ha recibido )arias denominaciones1 >ada una de ellas elige un
rasgo $ lo con)ierte en cla)e de bó)eda de la construcción moderna4 edad de la ra2ón o
de la ciencia, de la burguesía, de la industria o del capital1 I Jépoca de las
re)olucionesJ1 Di esta denominación es más acertada Kmás comprehensi)aK es porque
la re)olución, su metáfora $ su mito, su cuento $ su cuenta (toda)ía pendiente, siempre
pendiente#, ha atra)esado tiempos $ ha coloni2ado espacios4 ha habido re)olución del
pensamiento $ del método, de la ciencia $ de la técnica, re)oluciones políticas $
sociales, re)olución industrial, re)olución burguesa, re)olución proletaria1 Lasta una K
interminableK re)olución conser)adora1 >ada país tiene su re)olución (algunos
promiscuos, tienen )arias#, casi cada mes celebra una (mar2o, 5ulio, octubreM#, casi
cada estación4 la magia de la re)olución hace que incluso el in)ierno se con)ierta en
prima)era* (<anceros, !!%, p1 ."N.#
<a magia de la re)olución moderna, o al menos su metáfora, irrumpió también en la
Orancia postmoderna de finales de los sesenta del siglo pasado1 Muchos son los que negaron $
niegan el estatus de re)olución a las protestas estudiantiles en ma$o de "/EF en Orancia que
condu5eron a la ma$or huelga general conocida en el país1 >uanto menos, se se8ala su fracaso
como tal4 la no consecución del ob5eti)o de deponer al gobierno de >harles de ,aulle $ la
imposibilidad de implicar a la clase obrera en una dinámica de institución de un régimen político
distinto (LobsbaPm, !!0 A <e ,off, ,Q2e, "//F A 7ron, "/EF#1 6ncluso su herencia se ha
prestado a interpretaciones antagonistas, entre aquellos que consideran que impulsó un
hedonismo $ un nihilismo en el que la sociedad de consumo halló su abono, $ los que la
adscriben en un proceso re)olucionario más amplio que ha contribuido a las libertades actuales
$ a mostrar posibilidades futuras (9remat, !!/#1 <o que es incuestionable, a la lu2 de la ingente
literatura que se produ5o, es que la re)olución era la metáfora que estaba en boca de todos, $a
13)
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
fueran defensores o detractores1 <os cronistas más esperan2ados del mo)imiento, como 'dgar
Morin, >laude <efort o >ornelius >astoriadis, intu$en el lastre cogniti)o de tal imperialismo
simbólico )einte a8os después1 'scribe >laude <efort que +a lo largo de todo este periodo los
estudiantes permanecieron obnubilados por las imágenes gloriosas de las re)oluciones del
pasado1 ?111@ Qui2ás necesitaran de5arse de fascinar por esos emblemas para ele)arse a la
altura de su tarea* (<efort, !!/, p1 .E#1 7 'dgar Morin se le escapa algún lamento al re)isar lo
que escribió aquel mismo ma$o para <e Monde4 +7demás, para mí la palabra re)olución está en
adelante contaminada1 Di tu)iera que rehacer mis artículos de Ma$o del EF la emplearía menos
a menudo $ con precaución* (Morin, !!/, p1 "."#1 >astoriadis discute que se mida el é3ito de
Ma$o del EF en términos de las re)oluciones de la era moderna4 +Que los actores, $ entre ellos
el principal, el mo)imiento estudiantil, ha$a repetido frecuentemente frases $ tiradas enteras
tomadas del repertorio clásico $ que no tenían con la acción más que una relación aparente o
ambigua, no cambia nada* (>astoriadis, !!/, p1 """#1 'l propio >astoriadis, tan apegado a la
metáfora, se )e obligado a clarificar profusamente en distintas entre)istas (>astoriadis, !!F,
!!E# que la re)olución que él tiene en mente se diferencia mucho de las re)oluciones del
pasadoA conser)a de ellas acaso la )oluntad consciente de una sociedad para autoNinstituirse1
=ambién es incuestionable que en los orígenes del mo)imiento de ma$o de "/EF se
puede rastrear la ruptura con el imaginario re)olucionario de la modernidad que tiene la toma
del poder del estado en menteA un espíritu libertario $ autogestionario que en ningún caso
buscaba una gran5a orPelliana (a la que ciertamente ni el 9artido >omunista ni el '5ército
presagiaron apo$o ciudadano#1 'ntre los que formaban aquel remolino de acti)istas que
encendieron las protestas también se encontraban algunos situacionistas, que usan de forma
persistente la metáfora de la re)olución, pero al mismo tiempo son mu$ críticos con su pasada
concepción heroica, como demostraba una célebre consigna4 +<a re)olución cesa en el instante
en el que ha$ que sacrificarse por ella* (,ent$, !!.#1
<a tesis de esta ponencia es que la metáfora de la re)olución enmarcó (<aHoff, Bohnson,
"/FE A <i2cano, !!E# de tal forma el mo)imiento de ma$o del EF, que las formas de protesta $
organi2ación tendieron a mimeti2ar las del pasado (barricadas, manifestaciones, huelgas# sin
por otro lado lle)arlas hasta sus últimas consecuencias, dificultando la percepción social de que
se trataba de un mo)imiento esencialmente pacífico $ orientado hacia formas no totalitarias de
autogestión1 >omo resume 7lain =ouraine, Jma$o del EF no era un mo)imiento político,
apostaba por la ruptura, pero e3presada con un lengua5e del mo)imiento obrero antiguo $ esa
fue su principal contradicciónJ ('O', !!F#1 <as formas (simbólicas# sepultaron, en este caso, el
fondo (+ethos*# de la re)uelta1
<a metáfora de la re)olución no cua5ó en la acomodada sociedad francesa de finales de
los sesenta1 <a ma$oría de los que transitamos la postmodernidad N esa modernidad con flato a
la que denotamos con el prefi5o postN no mostramos una gran confian2a en grandes
metanarrati)as (<$otard, "/F/#1 Lasta el lema más célebre de las re)ueltas de ma$o del EF, +la
imaginación al poder*, comunicaba un ob5eti)o (la toma de poder# en el que nadie (ni los
manifestantes, ni los partidos políticos, ni los sindicatos# estaba interesado1 'n cambio, en el
mo)imiento "%M, las sociabilidades no se enmarcan metafóricamente en el hori2onte de un
programa re)olucionario, sino en un +estar 5untos* para ra2onar e instituir polifónicamente, en el
aquí $ el ahora, diferentes puntos de fuga que minan lo $a instituido, lo que se quiere de5ar atrás
13*
1!M"#" $ntonio %lanco&'racia
(ncuentro transdisciplinar Mitoanálisis del 15M
(prácticas de deliberación pública de los asuntos que afectan al ciudadano en asambleas, de
petición de rendición de cuentas en escraches $ querellas, de solidaridad en redes de asistencia
mutua o resistencia colaborati)a, etc1#1 Oormas que se saben temporales $ en cierto sentido
oportunistas (en cuanto a que es el momento oportuno#A formas que se saben prototipos
(>orsín, 'stalella, !""# de lo que se quiere instituir1
Del imaginario eroico de la modernidad, al imaginario dram!tico de la
postmodernidad
>on la palabra imaginario, la hermenéutica simbólica se refiere al con5unto de representaciones
mentales de nuestra especie, $ las operaciones cogniti)as que las hacen posibles1 9artiendo de
las filosóficas +formas simbólicas* de 'rnst >assirer o +formasReidos* de >ornelius >astoriadis,
hasta las antropológicas imágenes arquetípicas $ los mitos de ,ilbert -urand, se ha ido
conformando una sociología que toma lo imaginario como metalengua5e que orienta la reN
presentación indi)idual $ colecti)a de los socialmente instituido, $ es magma incesante de lo
socialmente institu$ente1 Quedan fuera de esta perspecti)a, por tanto, las acepciones
despecti)as de lo imaginario que lo reducen a aquello que se opone a la realidad o a la ra2ón1
<a ra2ón que ensal2ara la 6lustración, en palabras de >astoriadis, es creación del imaginario
radical (>astoriadis, !"0#A o como diría -urand, responde en última instancia a una
polari2ación mu$ determinada de la imaginación (-urand, !!!#1
Dea en un cuadro de 'l Cosco, en un poema de Caudelaire, o en una enso8ación de
Martin <uther Sing, las imágenes (pictóricas, literarias, mentalesM# no se agrupan $ organi2an
de forma arbitraria1 'l traba5o sistemático $ multidisciplinar de ,ilbert -urand (-urand, !!.#,
continuado por docenas de grupos de in)estigación en todo el mundo (9intor, !!"#, demuestra
que e3isten tres dinamismos de la imaginación mediante los cuales esta es capa2 de integrar
dialécticamente pulsaciones sub5eti)as $ asimiladoras del su5eto con intimaciones ob5eti)as del
entorno social4 +entre la total asimilación del animal que lle)amos dentro $ la adaptación ciega a
los requerimientos sociales (hombre masa# $ ob5eti)os (realismo ingenuo# se sitúa el mundo
imaginario como legítima morada donde el indi)iduo disfruta de soberanía, e1d1, como ámbito
de libertad* (,aragal2a, "//!#1
'l primer dinamismo, llamado heroico o esqui2omorfo por -urand, estaría relacionado
con el dominante refle5o postural del cuerpo humano $ se opone al terror a la caída $ las
tinieblas, por lo que priori2a la ele)ación $ la lu2, $ por tanto el sentido de la )ista1 7rticula la
alteridad en torno al antagonismo arribaRaba5o, lu2Roscuridad, limpie2aRsuciedad, ra2ónRemoción,
etc1, $ los esquematismos )erbales de +distinguirNseparar* que permite des)alori2ar los
segundos términos respecto a los primeros1 Dimbólicamente, las imágenes luminosas $
cortantes se impondrán a las oscuras $ romas1 'l mito de 9rometeo es un e5emplo claro de
narrati)a animada por este dinamismo de la imaginación4 alienta la guerra de los titanes contra
los dioses a$udando a los humanos a los que Geus ha pri)ado del fuego1 'l fuego permite a los
humanos superar las tinieblas en las que están sumidos1 Tn símbolo ascensional como el
águila castigará con su afilado pico a un 9rometeo encadenado a la materialidad de una roca,
hasta que sea liberado por la espada de LeraclesM
13+
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
'l segundo dinamismo, llamado místico o antifrástico, se fundamenta en el dominante
refle5o digesti)o, por lo que la caída se eufemi2a para transformarse en un pausado $ traba5oso
descenso1 9riori2a los sentidos del tacto, olfato $ gusto, el esquema )erbal de +me2clarN
fusionar*, $ articula la alteridad buscando analogías de forma que la alteridad desaparece al
in)estirse de los atributos de aquello a lo que era diferente1 <os símbolos tenderán hacia las
ca)idades, lo acuoso, los alimentos, $ todo lo que sir)a de contenedor1 'l mito de -ionisio es un
e5emplo de mito antifrásticoA en el que continuamente se trans)iste de mu5er para ocultarse
entre ellas, $ en el que la u)a $ el )ino transforma a todos en amigos, desata la furia $ la
crueldad contra aquellos que no se unen a la orgía, $ conduce a la pérdida de consciencia $ a
los paraísos artificiales1
Oinalmente, el tercer dinamismo recibe el nombre de dramático o sintético1 'nrai2ado en
la dominante se3ual $ los sentidos HinéticoNrítmicos, articula la alteridad de forma dialécticaA a
diferencia de los dos dinamismos anteriores la alteridad se mantiene (ni elimina +lo otro*, ni se
funde con +lo otro*# gracias al )ínculo del tiempo ($ por e3tensión, cualquier otro factor que los
conecte ba5o el principio de la homología#1 Ca5o el esquema )erbal +conectarN)incular*, busca la
armonía de los contrarios, $ su uni)erso simbólico tiende hacia los símbolos cíclicos (luna,
árbol, etc1# $ e)oluti)os (árbol, hi5o, etc1#1 'l mito de Lermes, mensa5eros de los dioses, pillo $
tramposo, in)entor del comercio $ guía en los tra$ectos entre el mundo $ el inframundo, con su
caduceo en el que las dos serpientes antagónicas coe3isten, es un e5emplo paradigmático de
narrati)a sintética1
'l psicólogo U)es -urand comprobó mediante un test pro$ecti)o que las personas
tendemos a polari2ar nuestra imaginación en uno de estos tres dinamismos, pero siempre
compensado por los otros dos1 =al como habían se8alado autores como Bung o Ooucault, las
enfermedades mentales obedecen a la incapacidad de romper imágenes para crear otras
nue)asA a la polari2ación e3cesi)a en un régimen del imaginario, es decir, en una
representación de imágenes obsesi)a ba5o un único dinamismo (-urand, "/FF, !!%#1 9ero
además, +el politeísmo funcional que trasparece en los conflictos de la psiquis indi)idual es aún
más )igoroso entre las instancias de las psiquis colecti)as* (-urand, !!0, p1 ""V#1 'sto es algo
que había comprendido mu$ bien (iet2sche, mostrando como la tragedia griega nació de la
confrontación de los mitos de -ionisio $ 7polo ((iet2sche, "//F#, o Weber, que tomó de Bohn
Dtuart Mill el concepto de +politeísmo* para e3plicar la parado5a de que el e3acerbado
consumismo capitalista tenía sus orígenes en la frugal ética protestante (Weber, !!/#1
<os mitos son matrices de sentido que aparecen de forma recurrente en las sociedades4
son la base de toda metanarrati)a, $ por e3tensión, discurso1 Don uni)ersales en cuanto se
enraí2an en nuestro aparato sensoriomotor1 >on)i)en con diferente intensidad en las
sociedades a lo largo del tiempo1 7demás, pese a la predominancia de uno de ellos, otros
compensan su fuer2a agonísticamente para asegurar un equilibrio psicosocial1 7sí, si prestamos
atención a la metáfora de la re)olución, podremos comprobar sus raíces prometeicas1
<a =abla 66 presenta el análisis estructural del mito de 9rometeoA en el que los distintos
mitemas (unidades narrati)as mínimas en las que se puede descomponer el mito# se agrupan
en las lecciones directoras del mismo1 >omo se8ala ,ilbert -urand, las tres grandes estructuras
mitémicas pueden relacionarse sin demasiada dificultad con el lema de la re)olución francesa4
la 6gualdad reclamada por los =itanes a los -ioses, la Oraternidad del progresismo humanista
1,-
1!M"#" $ntonio %lanco&'racia
(ncuentro transdisciplinar Mitoanálisis del 15M
naif, $ la <ibertad del 9rometeo desencadenado (-urand, "//E#1 9rometeo representa la
rebelión contra un orden in5usto en el que la pri)ación del fuego a la humanidad se configura
como casus belli1 'n la re)olución francesa, la guillotina se erige como símbolo afilado que
separará el bien $ el mal, o dicho de otra forma, lo re)olucionario $ lo contraNre)olucionario1 <a
lógica de la 6dentidad $ la noNcontradicción, tan cara a la filosofía occidental desde 7ristóteles,
es heterogenei2ante en cuanto a la negación de la diferencia $ la imposibilidad de postular un
+tercio incluso* entre el ser $ el noNser1 9ara la ma$oría de la población francesa, como para los
políticos, la metáfora de la re)olución remitía en última instancia a una re)olución )iolenta $
dualista1 >ohnNCendit describe este equí)oco, en los que los protagonistas de la re)uelta
describían como re)olución algo mu$ distinto1 'l uni)erso simbólico de las re)oluciones
pasadas des)iaba la atención de lo importante4 +<as minorías políticas que actuaban estaban
totalmente impregnadas de una concepción nostálgica de la toma de poder1 'sto, a la ma$oría
de la gente que estaba en la calle, no le interesaba1 >iertamente, les gustaba la fraseología
re)olucionariaA pero lo importante era?M@* (>ohnNCendit, !"", p1 E%#1 -e hecho, para >ohnN
Cendit, el recha2o de la re)olución como toma de poder en Ma$o del EF implica que el EF, en
definiti)a, es +el fin del mito re)olucionario*(>ohnNCendit, !"", p1 %/#1
9odemos entender, por otro lado, que la parado5a de la re)uelta del EF, que lucha contra
el poder sin )oluntad de tomarlo como correspondería a una re)olución moderna, refle5a su
politeísmo1 Bunto al uni)erso simbólico emancipatorio de la re)olución moderna, con)i)ía otra
liberación de corte dionisiaca, continuadora del decadentismo de finales del siglo X6X, que
Marcuse supo interpretar mu$ bien (Marcuse, !"!#, $ que Reich a)i)ó con un título mu$
célebre que llamaba, nue)amente, a la re)olución (Reich, "//0#1 Cri3 sinteti2a esta corriente
liberadora de raíces utópicas4 +Ma$o del EF se funda sobre un cuerpo místico que ?M@ establece
la equi)alencia entre amor $ salud4 el Mal procede de las prohibiciones morales $ de la opresión
económicaA por el contrario, aquel que se sincera con sus deseos, no será mal)ado ni caerá en
el errorA todas las inclinaciones son respetables $, si cada uno sigue sus inclinaciones, el mundo
será armonioso* (Cri3, !!F, p1 ""%#1 <a influencia de las estructuras simbólicas dionisiacas en
el siglo XX fue tratada por Bean Crun (Crun, "/V"#, $ también por el discípulo más célebre de
,ilbert -urand, Michel Maffesoli, quien ha dedicado una e3tensa obra a una +sociología de la
orgía* (Maffesoli, "/F%, !!., !!%#1 <a =abla 666 recoge un análisis estructural del mito de
-ionisio, elaborado a partir de la secuencia sincrónica resumida por ,ra)es (,ra)es, !""#1 <os
mitemas de su transe3ualismo, 5untos con los del é3tasis inducidos por el )ino, refuer2an esta
orientación hacia la desinhibición $ el consumo de estupefacientes1 'n cambio, podríamos
comprender la supresión de los mitemas relacionados con la )iolencia cruel dionisiaca en ma$o
del EF en términos de sublimación, mediante esa adhesión persistente al )ocabulario heroico
re)olucionario1
9ero al mismo tiempo que ardían las barricadas prometeicas $ las prácticas de liberación
se3ual dionisiacas, Michel Derres escribía el primero de una serie de cinco )olúmenes
inspirados por la figura de Lermes, $ que tiene la inteligente intuición de empe2ar con estas
palabras4
+6maginemos, dibu5ado en un espacio de representación, un diagrama en red […] Por
definición, ningún punto se privilegia con respecto a otro, ninguno se subordina unívocamente a
tal o cual; cada uno tiene su propio poder (eventualmente variable en el curso del tiempo), su
1,1
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
ona de irradiación ! tambi"n su fuera determinante original# $omo consecuencia, aun%ue
algunos puedan ser id"nticos entre ellos, en general son todos diferentes*1 (Derres, "//E, p1 /#
Tn imaginario bien distinto, que le lle)a a pensar sobre la sociedad, $a en los a8os
sesenta, como una red distribuida1 :Qué posibilidades tan distintas abría, en lugar de un
imaginario re)olucionario que conducía K nue)amente K a asambleas $ manifestaciones; =res
décadas después, el propio Derres se8ala4 +Yltima bifurcación, que tomó por sorpresa a mi
generación, cu$a de)oción a 9rometeo no de5ó )er )enir a Lermes4 comunicación, interferencia,
tránsitos, traducción, distribución, intercepción $ parasitadoM transmisiones $ redesM* (Derres,
"//%, p1 ""F#1 'l "%M es, a día de ho$, el e5emplo más claro de traslación de ese imaginario
hermesiano a la arena política $ los mo)imientos sociales1 (o concentrarse sino dispersarse lo
má3imo posibleA no unir sino sincroni2ar, no ganar sino despla2arA no resistir sino crearM
(Gapata, !"0#1 =ales son las lecciones del mo)imiento "%M tras e3perimentar $ asumir también
dinámicas prometeicas tradicionales (asambleas, encierros, manifestaciones, etc1#1 <a =abla 6Z
muestra el análisis estructural del mito de Lermes1 Ca5o las estructuras simbólicas de +el poder
de lo ínfimo*, 'l "%M rompe con el clásico dualismo +reforma )s re)olución*, incapa2 de
contemplar un tercio incluso como la +reforma re)olucionaria*1 7l igual que el concepto del
hacHeo informático, la introducción o alteración de unas pocas líneas de código puede modificar
completamente el funcionamiento del sistema1 <a agilidad propia de Lermes que muestra el
"%M se fundamenta en su carácter de red distribuidaA su precocidad se demuestra en sus logros
casi inmediatos tras la manifestación fundacional del "% de ma$o de !""1 (o necesitó ni
necesita de colosos ni titanesA precisamente por eso, se desli2a inad)ertidamente en el
estructuras de gobierno, de 5usticia, financieros, etc1 ¿9ara qué& 7hí entra a 5ugar con plenitud
las estructuras de mediador4 el "%M es ante todo un espacio de intercambio de intereses,
información pri)ilegiada, talentos $ conocimientos para la construcción de dispositi)os ad &oc4 la
lista es larga $ no de5a de crecer, como 7sambleas de Carrio, Ua$oOlautas, Bu)entud Din Outuro
((o nos )amosR (os echan#, "%m9aRato, <egal Dol, 7ulas a la calle, Uo Di Danidad Tni)ersal,
Mercado Docial o 9lataforma de 7fectados por la Lipoteca (97L# (Gapata, !"0#1
9arafraseando a 7lain Zer5at al comparar un episteme prometeico con uno hermético, mientras
que los partidos políticos atomi2an para unificar, el "%M aúna para indi)iduali2ar (Zer5at, "/F/#1
9or eso también el "%M no elimina las 5erarquías, sino que las hace fle3ibles $ mó)iles, $
sobretodo, re)ersibles1 U como -a)id )enciendo a ,oliat, sabe que frente un 'stado que ha
decidido hacer firme uso de la )iolencia para reprimirle, )aldrá más la ma8a que la fuer2a1 Don
dispositi)os que apro)echan el talón de 7quiles, o en 5erga informática, e'ploits de seguridad
que sacan partido de los agu(eros o debilidades del sistema producto de una programación
deficiente1 Dolo se perpetúan como dispositi)os en cuanto cumplen esa funciónA una )e2 que
de5an de ser efecti)os, son desacti)ados $ los recursos $ las energías se mo)ili2an para la
creación de nue)os dispositi)os, o la recuperación de )ie5os que )uel)en a ser útiles por el
de)enir de los acontecimientos1 =ambién es importantísimo el papel de mediador en cuanto a su
labor alquímica de lograr la esqui)a coherencia del pluralismo ético4 Lermes como unión
armónica de los contrariosA como re2aba el manifiesto inaugural del mo)imiento4
+unos nos consideramos más progresistas, otros más conser)adores1 Tnos cre$entes,
otros no1 Tnos tenemos ideologías bien definidas, otros nos consideramos apolíticosM 9ero
todos estamos preocupados e indignados por el panorama político, económico $ social que
1,#
1!M"#" $ntonio %lanco&'racia
(ncuentro transdisciplinar Mitoanálisis del 15M
)emos a nuestro alrededor1 9or la corrupción de los políticos, empresarios, banquerosM 9or la
indefensión del ciudadano de a pie* (-emocracia real U7;, !""#1
<o característico del "%M no es que no sea +ni de i2quierdas ni de derechas* como
proclaman hábiles políticos que se in)isten en el mito de Lermes de forma superficial para
apro)echar el aire de los tiemposA lo singular es que el "%M sea de +i2quierdas ! de derechas*1
<a con)ocatoria en fa)or de una radicali2ación de la democracia del "% de ma$o de !""
reunió, mediante el principio hermético de la homología, el imaginario más progresista de la
tradición liberal democrática con el imaginario más democrático de la tradición socialista1 9uesto
que el "%M no tiene porqué buscar posiciones unitarias, programas, o adhesiones
incondicionales $ disciplinadas como un partido político tradicional (lógica heroica de la
identidad $ la no contradicción#, demócratas de distinto signo pueden actuar 5untos desde sus
con)icciones particulares1
9or último, las estructuras simbólicas del guía iniciador han tenido, desde la propia
con)ocatoria de la manifestación del "% de ma$o de !"" $ la ocupación de las pla2as en los
días posteriores, un papel fundamental1 Muchos ciudadanos +indignados* que recelaban de las
agendas de organi2aciones políticas, sindicatos $ organi2aciones no gubernamentales, han
encontrado en el "%M maneras $ modos para encontrarse con otros ciudadanos +indignados* e
iniciarse en el acti)ismo político, coNcreando o encontrando una red de dispositi)os para tal
tra$ecto1 <os dispositi)os del "%M, además, han adoptado un carácter del cuidado del guía
Lermes4 +Tna de las definiciones del "%M es4 [gente que te cuida\ + (,rueso, !"0#1 -e esta
forma, la confrontación está supeditada al cuidadoA así se e3presa en un post del que la
influ$ente Peb Madrilonia se hará eco4 +la lucha debe radicali2arse, hostias $a, pero
radicalicemos también los cuidados* (<eón, !"#1 'l "%M ha instituido numerosas prácticas del
cuidado del otroA desde tácticas de conducta en las manifestaciones o cobertura legal, hasta
momentos de apo$o emocional pre)io a todo empoderamiento1 >omo dicen a menudo sus
acti)istas para responder a los nostálgicos de las asambleas re)olucionarias, a la 97L no se
)iene lloradoA en el proceso de empoderamiento es importante llorar 5untos todo lo que sea
necesario1 <as asambleas del "%M tu)ieron $ tienen un rol de encuentro e intercambio
emocional, más que de espacio racional deliberati)o habermasiano1
("n)conclusiones
<e)iNDtrauss escribió que +se podría definir el mito como ese modo del discurso en el que el
)alor de la fórmula traduttore, traditore tiende prácticamente a cero* (<é)iNDtrauss, "/FV,
p1 00#1 >uando hablamos de 6maginario en singular, nos referimos a todo el uni)erso simbólico
humanoA el con5unto de sus representaciones creadas cuando esquemas prelinguísticos
compartidos por toda nuestra especie (<aHoff, Bohnson, "/FE A Bohnson, "//! A -urand, !!.#
interactúan con su entorno específico1 Ua sea en los relatos del Lermes griego o el >o$ote de
los nati)os americanos, la narrati)a de la figura del +tricHster* empie2a con que este tiene
hambreA como en el relato de Minchinela sobre los lemas del "%M4 +estamos mu$ 5odidos* $ +no
llegamos a fin de mes*1 Lermes, recién nacido, ca2a una tortuga para saciar su hambre, pero
en lugar de comerla in)enta el sacrificio ritual para autoproclamarse miembro del Ilimpo (ante
la estupefacta mirada del resto de los dioses#, $ con el capara2ón constru$e una lira e in)enta la
1,3
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
música1 =odo mito tiene un carácter dilemático, como ilustró el análisis estructural de los mitos
de <e)iNDtrauss (<é)iNDtrauss, "/FV#1 'n el caso de Lermes, )emos en las estructuras
generales de la =abla 666 que el tric)ster +es presentado simultáneamente como un bufón egoísta
$ un héroe cultural que hace posibles las sociedades humanas* (>arroll, "/F", p1 0!"#1 's
probablemente el colecti)o *non!mous, cu$a característica máscara de ,u$ OaPHes ha
poblado el mo)imiento "%M desde sus inicios, el que me5or refle5a esta dualitud de di)ersión
bromista $ progresismo socialA +el embaucador es atraído por el cambio $ la necesidad de
cambio* (7non$mous 7ction, !"#1 <a transformación del acrónimo <I< (<augh Iut <oud# en
el concepto de +lul2* lo captura4 +'l lul2 es la risa con dolor1 =e fuer2a a considerar la in5usticia $
la hipocresía, cualquiera que sea el lado en el que estés en ése momento* (7non$mous 7ction,
!"#1
<a sociedad occidental del !"0 es una sociedad distinta a la de "/EF porque el mito de
Lermes, en terminología de 7brahm Moles (Moles, "/VV, "//F#, ha e3plosionado1 <a
autocomunicación de masas (>astells, !!/# ha conseguido que la descripción de Derres de
una red distribuida citada anteriormente de5e de ser una abstracción para con)ertirse en una
práctica diaria de una gran ma$oría de los ciudadanos1 <os acti)istas más incisi)os son aquellos
que se institu$en esa clase de redes, apo$ados por las nue)as tecnologías (>astells, !" A
=oret, !"0#1 's lo que -urand denomina +operadores sociales*, aquellos subgrupos sociales
por los que pasan las transformaciones del mito director (-urand, !!0#1 'n la actualidad, un
solitario hacHer como 'dPard DnoPden es capa2 de pro)ocar des)íos de a)iones
presidenciales $ conflictos diplomáticos internacionales a gran escala1
'n esta ponencia he argumentado que el mo)imiento "%M ha emergido con fuer2a
porque sus estructuras simbólicas predominantes son las de Lermes (tanto por ob5eti)os,
prácticas $ metáforas#, compensadas por el mito de 9rometeo, que ganó fuer2a tras la
ocupación de las pla2as $ la incorporación de acti)istas formados en dinámicas tradicionales1
'n este sentido, el mo)imiento ganó en masa crítica a e3pensas de perder parte de su espíritu
hermesiano fundacional1 7quellos que llegaron a las pla2as con la urgencia de la re)olución,
buscaron infructuosamente consensos N en torno a propuestas $a recogidas en numerosos
partidos de i2quierdas N en las cada )e2 menos concurridas asambleas1 9ero a diferencia de un
EF que se arropó de estructuras simbólicas heroicas, el "%M parece seguir inclinándose por
estructuras dramáticas (el lengua5e de las redes# o místicas (+no ha$ pan para tanto chori2o*#,
por la sencilla ra2ón de que las heroicas no son mo)ili2adoras1 Dus participantes han
reconducido dinámicas que pretendían establecer antagonismos dualistas de escaso apo$o
socialA )erbigracia, las asambleas abandonaron el debate de la creación de partidos políticos
tradicionales o la redacción de programas unitarios, $ con)ocatorias como +asalta el congreso*
fueron rápidamente reformuladas a +rodea el congreso*1 <a potencia de esta polari2ación
imaginaria es que sus constructos no)edosos no están pre)istos por lo que está $a instituidoA
sir)a como muestra la sorpresa $ absoluta incomprensión del fenómeno por parte de los
partidos políticos $ los gobiernos, la ridícula rueda de prensa de la policía anunciando la
detención de la cúpula de 7non$mous, o las apresuradas reformas legislati)as ad&oc del actual
Ministro de Busticia para criminali2ar las con)ocatorias de manifestaciones a tra)és de redes
sociales, o las prácticas de escrac&e1 9ero dos ad)ertencias ha$ que hacer en este sentido1 <a
primera es que la compensación prometeica debe considerarse también como algo positi)o
1,,
1!M"#" $ntonio %lanco&'racia
(ncuentro transdisciplinar Mitoanálisis del 15M
para la super)i)encia del mo)imientoA a$udan a pre)enir las posibles patologías de una
polari2ación e3cesi)a en Lermes, como el establecimiento de flu5os que no conducen a nada
(Dánche2N>apdequí, !!E# o que su 5uego caiga finalmente en una actitud irónica $ cínica
((e)ille, !!0#1 <a segunda es que, aunque las estructuras dramáticas son las que sub$acen en
los cambios más notables de la actualidad, es toda)ía una incógnita en qué medida serán
capaces de soca)ar las estructuras sociales más sólidas, como las estructuras de gobierno o
las de educación superior1
Mientras tanto, el mo)imiento "%M logrará mantener su apo$o social $ su potencia
transformadora en la medida en que sea capa2 de seguir a)i)ando la confrontación producti)a
de las energías e ideas contradictorias que acoge en su pluralismo inaugural1 (o necesita más
que su hori2onte de una democracia real que supere la actual partitocracia, $ una )ibrante
colección de dispositi)os que )a$an minando, en su táctica de dispersión, los puntos débiles de
instituciones que $a solo se sustentan en metáforas 2ombi (<i2cano, !!0#1 'n prácticas que
prefiguran, de manera performati)a, la sociedad a la que aspira1 'n definiti)a, siendo fiel a sus
modos hermesianos1
1,!
ANEXOS
Tabla I: Clasificación temática de los lema del 15M a partir de (Minchinela 2011)
Temática
Ejemplo de lemas (en cursiva, aquellos con la informática como
inspiración)
istanciación de
las ideolo!"as
Esta reol!ción no es de derechas ni de i"#!ierdas$ es de sentido com%n
&'otas Coca(Cola o otas )epsi(Cola*
+eneración ni(ni: ni ),-E$ ni ))
Nos hemos quedado congelados por el sistema
El presente como
futuro distópico
Este es el ma.ana /e tanto nos prometisteis
El f!t!ro es consec!encia del presente
Em preoc!po del me! f!t!r (pancarta en !n carrito de beb0)
Me 1!stas$ democracia$ por#!e estás como a!sente
Espa.oles$ la pol2tica ha m!erto
,e ende dip!tado3democracia3traba4ador3estado del bienestar3
No se encontró la Democracia Error 404 Archivo no encontrado
enuncia de la
mentira # defensa
del pensamiento
5o ha6 madera para tanta mentira
7as mentiras son el )rod!cto 5acional 8r!to
5os toman por tontos
9pa1a la tele ::#!e nadie piense por ti;;
<!e no nos en1aaa.en$ #!e nos di1an la erdá;;; (del pro1rama 9)M)
=i4o de p!ta$ ha6 #!e decirlo más (del pro1rama >7a =ora Chanante?)
La maldad y el ansia de poder son el único virus de la humanidad
$espuesta a la
ile!ali%ación de
acampadas # la
represión de las
manifestaciones
en &ase a ideales
7a historia es n!estra 6 la hacen los p!eblos
T!s antepasados m!rieron para #!e t% p!dieras otar
7o conse1!imos por#!e no sab2amos #!e era imposible
7a o" del p!eblo no es ile1al
@isc!lpen las molestiasA estamos cambiando el m!ndo;
Advertencia ST!" error #atal del sistema$el sistema ha e%pirado y necesita
actuali&arse$!resione 'trl(Alt(Supr y se perder)n los archivos da*ados
+,otón de aceptar-
Democracia ./0 o,soleta0 democracia 1/0/ 23 4u##ering +,arra de progreso
instalación-
+5entana de advertencia del sistema operativo- Error 404" Democracy Not
6ound
'trl(Alt(Supr
10.. System 7pdate
8nstalando Democracia 103 +,arra de progreso instalación-
enuncia de la
&anca
5o ha6 pan para tanto chori"o
8an#!eroB;; ,i no os otamos$ &por #!0 nos 1obernáis*
7as p0rdidas se sociali"an$ las 1anancias se priati"an
::El dinero n!nca será lo primero;;
El enemi1o no iene en patera$ iene en 7im!sina
C2ate de !n banco 6 dormirás en 0l
T! otro banco$ 6 cada d2a el de más 1ente (en !n banco de sentarse)
7obb6 is in the air
146
Ima1ine there is no (dib!4o de !na ristra de chori"os)
+5entana de advertencia del sistema operativo- !eligro 4anqueros haciendo
negocio
$eapropiación del
len!uaje
5o es !na crisis$ es !na estafa
'iolencia es cobrar D00E
Crisis si1nifica cambio
7o llaman >democracia? :6 no lo es;
5o somos antisistema$ el sistema es antinosotros
El sistema est) o,soleto
147
Tabla II: Análisis estructural del mito de Prometeo (Durand, 1996)
Estructuras Generales
Dualismo de
Titanomaquia (Guerra
de los Titanes)
ilantro!"a Prometeo sin cadenas
#aturale$a titánica %ebeli&n le'"tima (asti'os Padre del )ombre *ibertad Inmortalidad
Diacron"a
1+1+ ,i-o del Titán
.á!eto, )ermano de
Atlas / 0enecio
1+1+ 2e'3n Aesc)/lus,
Prometeo es un Titán
1+ ,ermano de E!imeteto, el
4tor!e5, el 4retrasado5
6+1+ En'a7a a 8eus durante el
sacri9icio en 0econe
:+1+ Esconde 4la -arra5 de 8eus
6+ *adr&n del 9ue'o
6+1+ 8eus !ri;a
a los mortales
del 9ue'o
:+6+ 8eus en;"a
Pandora al
)ombre
<+ Prometeo
encadenado,
!icoteado !or
el á'uila de
1+6+ Padre de
Deucali&n, es!oso
de Pirra ()i-a de
E!imeteo), el
!rimer )ombre
=+ Da al )ombre la
carne del sacri9icio
a 0econe
:+1+ Da la -arra de
des'racias que
abrirá Pandora
>+ Da 9ue'o al
)ombre
E?)idna
1@+ *a 'ran
inundaci&n
9+ Aconse-a a
Deucali&n !ara
construir el arca
!ara sal;arse del
dilu;io
11+ ,Arcules
mata el
á'uila
11+ ,Arcules
)iere a
Buir&n el
centauro
16+ Buir&n
intercambia
su
inmortalidad
!or la muerte
de Prometeo
1=+ Prometeo ad;ierte a 8eus
de la amena$a de casarse con
Tetis, que al 9inal se casa con
el )Aroe )umano, Peleo
1:+ C inal
9eli$D 8eus
ele;a a
Prometeo a
Inmortal
Tabla III. Análisis estructural del mito de Dionisio (elaboración propia a partir de secuencia sincrónica en Graves, 2011)
Estructuras Generales
Reu!io emenino "iolencia #ruel $iberación "ida %ndestructible
&rotección 'ranse(ualismo Desmembración $ocura #on)uista *(tasis +ertilidad
2.1 Atamante , %no
lo esconde con las
mu-eres
..1 /ermes le lleva
a las 0inas, )ue le
cuidan en una
cueva, visten ,
alimentan
1.2 Recorre el
mundo con un
e-2rcito de 3átiros ,
42nades
2.2 3e esconde
disra5ado de
mu-er
1.1 $os titanes le
co!en , /era le
destro5a en tiras
2.. /era casti!a
a Atamante , %no
con la locura, ,
esta mata a su
6i-o
1.1 /era le
vuelve loco
7.2 "ence a los
'itanes ,
restaura al Re,
Amón. $leva el
vino a E!ipto.
7.. #on)uista la
..2
%nventa el
vino
1.2 8na !ranada crece al
caer su san!re en la tierra,
Rea le devuelve a la vida
7.1 #onstru,e un puente
con 6iedra , vino para lle!ar
a la %ndia
9.1 Rea le puriica de sus
cr:menes cometidos
durante la locura
;.1 3e esconde en
la !ruta de 'etis
escapando de
$icur!o
<.1 3e viste de
mu-er para
invitar a las 6i-as
de 4inias
;.1 $os caballos
desmiembran el
cuerpo de
$icur!o
=.. $as 42nades
desmiembra los
becerros
=.1. $as
42nades
derriban ,
des!arran a
&enteo miembro
por miembro
;.2 Rea le vuelve
loco a $icur!o
=.2 &enteo se
vuelve loco ,
cadena a un toro
<.2 $as 6i-as de
4inias se vuelven
locas
11. %nli!e la
locura en las
mu-eres de Ar!os
, estos devoren a
sus 6i-os
%ndia aplastando
toda oposición, e
introduce la
cultura del vino
;... 3e)u:a
6asta la muerte
de $icur!o
10.1 'our de
ale!r:a , terror a
trav2s de >eocia
, las %slas del
E!eo
12. #omo 6a
establecido su
culto en todo el
mundo, lo!ra su
sitio en el ?limpo
9.2 Rea le
inicia en
los
misterios
de la or!:a
, el
2(tasis
=.1 %nvita
a las
mu-eres
de 'ebas
a
participar
en sus
celebracio
nes
=.7.
%nlamada
s por el
2(tasis,
las
42nades
des!arran
a &enteo
10.2 'ransormado en un
león, 6ace )ue una vi@a
cre5ca, , convierte remos
en serpientes para escapar
de piratas
1.. $ibera a su madre
muerta, , asciende con ella
al cielo
Tabla IV: Análisis estructural del mito de Hermes (Durand, 1993)
Estructuras Generales
E !oder de lo "n#imo El mediador El !sica$o$o
%ualidades
&uer Aeternus El á$il El intermediario El intercambio El ladr'n a armon"a El $u"a El iniciador El ci(ili)ador
Diacron"a
*+ ,i-o !rodi$io
(ladr'n, in(entor)
.+ De ni-o in(enta la
lira
/+1+ In(enta la serin$a
11+ ibera
astutamente
a Ares
1.+ Ata los
tendones de
0eus
1+1+ 1astardo
de 0eus 2 de
una 3ortal
1* Intermediario
de 0eus en la
liberaci'n de Io
1/+ Alca4uete
de 0eus ante
Alcmena,
madre de
5+ Tru6ue de
la lira !or
reba-os de
A!olo
9+1+ True6ue
de la serin$a
!or el báculo
de oro de
A!olo
1+*+ 7obrino
nieto de
&rometeo
3+ 8obo de
los reba-os
de A!olo
13+ 8obo de
los
tendones de
0eus
retenidos
!or Ti#'n
/+*+ In(enta
la serin$a
9+1,:+1+
In(enta la
lira de A!olo
9+*, :+*, 9+*,
1;+ A!orta la
serin$a, la
lira, el
comercio 2 el
true6ue
*:+ A2uda a
<lises a
esca!ar de
%ali!so 2 de
%irce
3;+* El
,2c4ios,
!adre de la
astucia
Heracles
*;+
Intermediario de
0eus ante las
tres diosas 2
&ar"s
*.+
Intermediario de
0eus ante las
tres diosas 2
&aris
**+ &adre
del ladr'n
Anteli=os
(abuelo de
<lises e
instructor de
Heracles)
*3+ %on
Heracles
en el
descenso
a los
in#iernos
*/+ Gu"a
de
&r"amo
3;+1+
Gu"a de
>restes
de Del#os
a Atenas
19+
Iniciador
de la
a(entura
de &erseo
*1+
Iniciador
de la
em!resa
de los
Ar$onauta
s
*5+
Iniciador
indirecto
de la
$uerra de
Tro2a
19+ Don de la
es!ada 6ue
matará a la
Hidra de
erna
1:+ Don del
casco 6ue
trans#orma a
&erseo en
in(isible
*9+ Don de la
!lanta mol2 a
<lises
UOC / IN3 Redes, Comunicación y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
Bibliografía
ANONYMOUS ACTION, 2012. Anonymous y el Lulz. En : Anonymous Action [en línea.
! "e ma#zo "e 2012. [$e%&a "e %onsul'a: 2! "e se(')em*#e "e 201!.
&''(:++anonymousa%')on.,o#"(#ess.%om+2012+0!+0!+anonymous-y-el-lulz+.
A.ON, .aymon", 1/01. La révolution introuvable. 2a#)s : $aya#".
3.I4, M)%&el, 2001. L’amour libre: brève histoire d’une utopie. 2a#)s : 5")')ons Mol)na#).
3.UN, 6ean, 1/71. El Retorno de Dionisos. M89)%o : E")'o#)al e9'em(o#:neos.
CA..OLL, M)%&ael 2., 1/11. L8;)-S'#auss, $#eu", an" '&e '#)%<s'e#: a ne, (e#s(e%');e u(on
an ol" (#o*lem. En : American ethnologist. 1/11. =ol. 1, n> 2, (:?. !01@!1!.
CASTELLS, Manuel, 200/. Comunicación y poder. Ma"#)" : Al)anza E")'o#)al.
CASTELLS, Manuel, 2012. Redes de indignación y esperana : los movimientos sociales en
la era de !nternet. Ma"#)" : Al)anza E")'o#)al.
CASTO.IAAIS, Co#nel)ous, 200/. La o#)?)nal)"a" "e la %#)s)s "e Mayo "el 01. En : MO.IN,
E"?a#, LE$O.T, Clau"e y CASTO.IAAIS, Co#nel)us, "ayo del #$: la brecha seguido de
veinte a%os después. 3uenos A)#es : Nue;a =)s)on. (. //-111.
CASTO.IAAIS, Co#nel)us, 2000. &na sociedad a la deriva: entrevistas y debates '()*+,
())*-. 3uenos A)#es : Ba'z E")'o#es.
CASTO.IAAIS, Co#nel)us, 2001. El mundo .ragmentado. 3uenos A)#es : Te##ama#.
CASTO.IAAIS, Co#nel)us, 201!. La institución imaginaria de la sociedad. 3a#%elona :
TusCue's E")'o#es.
CODN-3ENAIT, Aan)el, 2011. /orget #$ entretiens avec 0téphane 1aoli et 2ean 3iard. La
Tou# "EA)?ues : 5". "e lEAu*e.
CO.SFN, Al*e#'o y ESTALELLA, A"olGo, 2011. Hs(an)s&#e;olu')on. En : Anthropology 4oday.
1 "e a?os'o "e 2011. =ol. 27, n> I, (:?. 1/-2!.
AEMOC.ACIA .EAL YAJ, 2011. Man)G)es'o. En : [en línea. 2011.
[$e%&a "e %onsul'a: 21 "e se(')em*#e "e 201!.
&''(:++ma"#)"."emo%#a%)a#ealya.es+man)G)es'o+.
AU.ANA, K)l*e#', 1//!. De la mitocr5tica al mitoan6lisis: .iguras m5ticas y aspectos de la
obra. 3a#%elona : An'&#o(os E")'o#)al.
AU.ANA, K)l*e#', 1//0. Champs de l’imaginaire. K#eno*le : Ellu?.
AU.ANA, K)l*e#', 2000. La imaginación simbólica. 3uenos A)#es : Amo##u#'u.
AU.ANA, K)l*e#', 200!. "itos y sociedades: introducción a la mitodolog5a. 3uenos A)#es :
E")'o#)al 3)*los.
AU.ANA, K)l*e#', 200I. Las Estructuras Antropologicas del !maginario: !ntroducción a la
Ar7uetipologia 8eneral. Me9)%o : $on"o "e Cul'u#a E%onom)%a.
AU.ANA, Y;es, 1/11. L’e9ploration de l’imaginaire: !ntroduction a la modelisation des
univers mythi7ues ':ibliothe7ue de l’imaginaire-. 2a#)s : LEEs(a%e *leu.
154
1!"#" $ntonio %lanco&'racia
(ncuentro transdisciplinar Mitoanálisis del 15M
AU.ANA, Y;es, 200L. &ne techni7ue d’étude de l’imaginaire : l’anthropologi7ue test ; )
éléments 'l’A4)-. 2a#)s : LEDa#ma''an.
E$E, 2001. El ma%&)smo em(ezM su "e%l);e en Mayo "el 01, se?Nn el so%)Mlo?o Ala)n
Tou#a)ne. En : 1<blico=es [en línea. 1/ "e mayo "e 2001.
[$e%&a "e %onsul'a: 1 "e se(')em*#e "e 201!. &''(:++,,,.(u*l)%o.es+a?en%)as+eGe+/!I!L+el-
ma%&)smo-em(ezo-su-"e%l);e-en-mayo-"el-01-se?un-el-so%)olo?o-ala)n-'ou#a)ne.
KA.AKALOA, Lu)s, 1//0. La !nterpretación de Los 05mbolos: >ermenéutica y Lengua?e en
la /iloso.5a Actual. 3a#%elona : An'&#o(os E")'o#)al.
KENTY, T&omas, 200I. La criti7ue situationniste ou la pra9is du dépassement de l’art.
K#eno*le : Oanza#a a'&8e.
K.A=ES, .o*e#', 2011. Los mitos griegos. Ma"#)" : K#e"os.
K.UESO, S'8(&ane M., 201!. Una "e las "eG)n)%)ones "el 1LM es: P?en'e Cue 'e %u)"aQ.
Es'o lo &e (o")"o %om(#o*a# (e#sonalmen'e el Nl')mo "ía. Mu%&as ?#a%)as. :RRRS. En :
@.anetin [en línea. 10 "e a?os'o "e 201!. [$e%&a "e %onsul'a: 21 "e se(')em*#e "e 201!.
&''(s:++',)''e#.%om+Gane')n+s'a'us+!002001I1011I0!!01.
DO3S3ATM, E#)% 6., 200!. Revolucionarios: Ensayos Contempor6neos. 3a#%elona : C#)')%a.
6ODNSON, Ma#<, 1//0. 4he :ody in the "ind: 4he :odily :asis o. "eaningA !maginationA
and Reason. C&)%a?o : Un);e#s)'y OG C&)%a?o 2#ess.
LABO$$, Keo#?e y 6ODNSON, Ma#<, 1/10. "et6.oras de la vida cotidiana. Ma"#)" :
C:'e"#a.
LANCE.OS, 2a'9), 200L. 1ol5tica mente: de la revolución a la globaliación. 3a#%elona :
An'&#o(os E")'o#)al.
LE KO$$, 6ean-2)e##e y KUOE, $#anVo)s, 1//1. "ai #$A l’heritage impossible. 2a#)s : La
A8%ou;e#'e.
LE$O.T, Clau"e, 200/. El nue;o "eso#"en. En : LE$O.T, Clau"e, CASTO.IAAIS,
Co#nel)us y MO.IN, E"?a#, "ayo del #$: la brecha seguido de veinte a%os después. 3uenos
A)#es : Nue;a =)s)on. (. 27-I7.
LEWN, Ca#ol)na, 2012. .a")%al)za# los %u)"a"os. En : [en línea. 2012.
[$e%&a "e %onsul'a: 21 "e se(')em*#e "e 201!.
&''(:++*lo?s.zemos/1.o#?+%a#ol)n<G)n?e#s+2012+0/+2/+#a")%al)za#-los-%u)"a"os+.
L5=I-ST.AUSS, Clau"e, 1/17. Antropolog5a estructural. 3a#%elona : E")'o#)al 2a)"Ms.
LIOCANO, E., 200!. Ima?)na#)o Cole%');o y an:l)s)s me'aGM#)%o. En : "orales A" 4erritorios
ilimitados y sus met6.oras= "é9ico: &niversidad Autónoma del Estado de "orelos y
&niversidad Autónoma "etropolitana. 200!.
LIOCANO, Emm:nuel, 2000. "et6.oras 7ue nos piensan: sobre cienciaA democracia y otras
poderosas .icciones. Ma"#)" : T#aG)%an'es "e SueXos.
LYOTA.A, 6ean-$#an%o)s, 1/1/. La Condición postmoderna: in.orme sobre el saber.
Ma"#)" : E")%)ones C:'e"#a.
MA$$ESOLI, M., 1/1L. L’ombre de Dyonysos: contribution ; une sociologie de l’orgie.
2a#)s : L)*#a)#)e "es M8#)")ens.
155
UOC / IN3 Redes, Comunicación y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
MA$$ESOLI, M)%&el, 200I. El tiempo de las tribus. Me9)%o : S)?lo 44I.
MA$$ESOLI, M)%&el, 200L. La ta?ada del diablo: compendio de subversión posmoderna.
Me9)%o : S)?lo 44I.
MA.CUSE, De#*e#', 2010. Eros y civiliación. 3a#%elona : E")'o#)al A#)el.
MINCDINELA, .aul, 2011. Realismo sucio: lemas y consignas del movimiento (B"
[en línea. CCC3 : 1 "e a?os'o "e 2011. [$e%&a "e %onsul'a: !0 "e Yun)o "e 201!.
&''(:++;)meo.%om+271I7/L1.
MOLES, A*#a&am A., 1/77. 4heorie des actes: 3ers une ecologie des actions. 2a#)s :
Cas'e#man.
MOLES, A*#a&am A., 1//1. 1sychosociologie de l’espace. 2a#)s : Da#ma''an.
MO.IN, E"?a#, 200/. Mayo "el 01: %om(leY)"a" y am*)?ue"a". En : MO.IN, E"?a#,
LE$O.T, Clau"e y CASTO.IAAIS, Co#nel)us, "ayo del #$: la brecha seguido de veinte
a%os después. 3uenos A)#es : Nue;a =)s)on. (. 1!!-1I2.
NE=ILLE, 3., 200!. Ta<)n? %a#e oG *us)ness )n '&e a?e oG De#mes. En : 4ricCster’s Day.
200!. =ol. 2, n> 1, (:?. I.
NIETOSCDE, $#)e"#)%&, 1//1. El nacimiento de la tragedia. Ma"#)" : EAA$.
2INTO., I;an, 2001. A (#o(Ms)'o "e lo )ma?)na#)o. En : /ormats 3ol E [en línea. 2001.
[$e%&a "e %onsul'a: 2/ "e a?os'o "e 2011.
&''(:++,,,.)ua.u(G.e"u+Go#ma's+Go#ma's!+()n1Re.&'m.
2.EMAT, C&#)s'o(&e, 200/. Ma) 01, le %onGl)' "es )n'e#(#8'a')ons. En : 0ens 1ublic Revue
internationale [en línea. 10 "e Ge*#e#o "e 200/.
[$e%&a "e %onsul'a: 7 "e se(')em*#e "e 201!. &''(:++,,,.sens-(u*l)%.o#?+a#')%le.(&(!Z
)"Ra#')%le[0!L\lan?[G#.
.EICD, T)l&elm, 1//!. La Revolución se9ual: para una estructura de car6cter autónoma del
hombre. 3a#%elona : 2lane'a-A?os')n).
S]NCDEO-CA2AE^UF, Celso, 2000. $luYos, elemen'os y Go#mas so%)ales: La mo"e#n)"a"
líCu)"a a "e*a'e. En : 1ol5tica y sociedad. 2000. =ol. I!, n> 2, (:?. 0!@1I.
SE..ES, M)%&el, 1//L. Atlas. Ma"#)" : C:'e"#a.
SE..ES, M)%&el, 1//0. La comunicación: >ermes !. 3a#%elona : An'&#o(os E")'o#)al.
TO.ET, 6a;)e# _e".S, 201!. Te%no(olí')%a: la (o'en%)a "e las mul')'u"es %one%'a"as. En :
TO.ET, 6a;)e# _e".S, !FE DorCing 1aper 0eries. 201!. =ol. ..1!-001.
=E.6AT, Ala)n, 1/1/. El Retorno de >ermes: hermenéutica y ciencias humanas. 3a#%elona :
An'&#o(os E")'o#)al.
TE3E., Ma9, 200/. La ética protestante y el esp5ritu del capitalismo. Ma"#)" : E")'o#)al
.eus.
OA2ATA, Ku)lle#mo, 201!. La "emo%#a%)a %omo *)en %omNn: La nue;a (olí')%a en el %am(o
1LM. En : (B"1G1 Encuentro 4ransdisciplinar del (B". Me")%aT)% UOC+IN!, 3a#%elona.
I "e Yul)o "e 201!.
156
Política literal y
política literaria
(sobre fcciones
políticas y 15M)
Las palabras son fuerzas materiales. Nos hacen y
deshacen. Indignados, 99%, la gente de Tahrir...
han sido ingredientes constitutivos de las plazas,
absolutamente determinantes para abrirlas como
lugares comunes, desplazando las identidades
que nos separan cotidianamente. ara abrir
espacios de todos y de nadie necesitamos de!ar
de ser lo que la realidad nos obliga a ser" la fuerza
del anonimato. ero parad#!icamente el
anonimato no consiste en el rechazo de los
nombres, sino m$s bien en asumir un nombre
compartido. %n nombre de cualquiera contra los
nombres separadores. & partir de la re'e(i#n del
)l#sofo *acques +anci,re sobre la potencia pol-tica
de la )cci#n, como cuestionamiento de la realidad
establecida y de las identidades obligatorias,
como creaci#n de nuevas posibilidades de
e(istencia y de comunidad, este ensayo repasa
algunos e!emplos concretos, desde la +evoluci#n
.rancesa hasta el /012.
Amador Fernández-Savater
Investigador independiente y
co-editor de Acuarela Libros
15MP2P Amador Fernández-Savater
Encuentro transdisciplinar Política literal y política literaria
Los que estamos aquí, en Tahrir, Sol, Syntagma o Zuccotti, ¿quiénes somos, cómo nos
llamamos? Indignados, 99%, la gente de Tahrir Son algunos nom!res de los di"erentes
nosotros que han hecho su a#arición en las #la$as %sos nom!res, ¿tienen alguna
im#ortancia? Toda una inercia nos lle&a a #ensar que no, que 'sólo son #ala!ras( )na
es#ecie de sustancia di"erente a la realidad, una sustancia sin sustancia *dem+s son
#ala!ras e,tra-as, casi &acías de signi"icado, sin límites o "ronteras #recisas, ni re"erentes
muy claros, que cualquiera #uede atri!uirse %n de"initi&a, sos#echosas Sos#echosas #ara
todas las #olicías interesadas en sa!er 'quién hay detr+s( de cada mo&imiento
Sos#echosas .#or 'meta"ísicas( y '#oéticas(/ #ara todas las tradiciones #olíticas y
sociológicas serias Sos#echosas #ara el mismo sentido com0n1 '¿cómo &an a ser el 99%?
%so es im#osi!le(
2 sin em!argo, aunque estos nom!res 3"lotantes, sin re"erentes claros, im#recisos,
im#osi!les3 no se inscri!en en ninguna tradición #olítica e,#lícita y determinada, tienen una
larga historia 4ay quien los asocia a la #osmodernidad y sus 5uegos de lengua5e, #ero
memorias con m+s alcance remontan su a#arición muchos siglos atr+s Se-alan de hecho
que son consustanciales a la misma #olítica de emanci#ación %s decir, que son tan &ie5os
como la acción #olítica, #ero a la &e$ siem#re 5ó&enes en su a#arecer 6ada &e$ que hay
#r+cticas de emanci#ación, es decir desacuerdo e interrogación radical so!re los modos de
&i&ir 5untos, surge uno de esos nom!res Le&antando siem#re las mismas sos#echas de
todas las #olicías, los #ensadores serios y el sentido com0n
Las #ala!ras son "uer$as materiales 7os hacen y deshacen Indignados, 99%, la
gente de Tahrir han sido ingredientes constituti&os de las #la$as, a!solutamente
determinantes #ara a!rirlas como lugares comunes, des#la$ando las identidades que nos
se#aran cotidianamente 8ara a!rir es#acios de todos y de nadie necesitamos de5ar de ser
lo que la realidad nos o!liga a ser1 la "uer$a del anonimato 8ero #aradó5icamente el
anonimato no consiste en el recha$o de los nom!res, sino m+s !ien en asumir un nom!re
com#artido )n nom!re de cualquiera contra los nom!res se#aradores
La o!ra de 9acques :anci;re es una in&itación muy !ella y a#remiante a tomarnos en
serio las #ala!ras, la e"ecti&idad de los actos de #ala!ra, nuestra #ro#ia naturale$a como
animales #oéticos 8ara él, acción #olítica y literatura coinciden en un #unto1 am!as #asan
#or el #oder las "icciones, las met+"oras y las historias La #olítica de emanci#ación es una
#olítica literaria o #olítica3"icción que in&enta un nom!re o #ersona5e colecti&o que no
a#arece en las cuentas del #oder y las desa"ía .a #artir de una situación, agra&io o in5usticia
concreta/ %se nom!re no es de nadie en #articular, sino que en él ca!en todos los que no
cuentan, no son escuchados, no tienen &o$, no deciden y est+n e,cluidos del mundo com0n
* continuación &oy a me$clar mis #ala!ras con las de :anci;re #ara e,#oner su
teoría de la "icción #olítica y luego #ensar las #otencias y los #ro!lemas de algunos
'nom!res de cualquiera( que han emergido con el mo&imiento <=3>
La ficción política: tres operaciones
Seg0n :anci;re, una "icción #olítica hace tres o#eraciones simult+neas1 crea un nom!re o
#ersona5e colecti&o, #roduce nue&a realidad e interrum#e la que hay %l nom!re o #ersona5e
colecti&o no e,#resa ni re"le5a un su5eto #re&io, sino que es la creación de un es#acio de
su!5eti&ación 3esto es, de trans"ormación de los lengua5es, las #erce#ciones y los
com#ortamientos3 que sim#lemente no e,istía antes %s decir, ese #ersona5e colecti&o no
esta!a ya contado entre las #artes de la sociedad como gru#o real, colección de indi&iduos
158
UO ! "#$ %edes& Movimientos ' (ecnopol)tica
Universitat O*erta de atalun'a Internet Interdisciplinary Institute
con tales o cuales características, cuer#o o!5eti&a!le, ni siquiera latente %,iste cuando se
mani"iesta y se declara a sí mismo como e,istente, autodenomin+ndose 8or esa ra$ón
nunca a#arece como una realidad clara y distinta .una cosa, un su5eto o una sustancia/, sino
m+s !ien como un fantasma1 !orroso e intermitente, inasigna!le e incor#óreo, #recario y
mó&il, #ertur!ador e ilegítimo
%se nom!re o #ersona5e colecti&o interrum#e la realidad en tanto que ma#a de lo que
se #uede &er, sentir, hacer y #ensar %l marco que determina lo #osi!le y lo im#osi!le, lo
&isi!le y lo in&isi!le, el sentido y el ruido, lo real y lo irreal, lo legítimo y lo ilegítimo, lo
tolera!le y lo intolera!le Interrum#e asimismo la realidad entendida como orden de las
clasi"icaciones, las designaciones y las identidades que hacen a las cosas a ser lo que son
La distri!ución 5er+rquica de lugares, #oderes y "unciones1 di&isión del todo social en
categorías, gru#os y su!gru#os? asignación de cada cual a una casilla, con un #a#el y unas
ca#acidades determinadas, seg0n tales o cuales #redicados o #ro#iedades .títulos, origen,
estatus, rango o rique$a/, etc
%sta realidad .como distri!ución 5er+rquica de los lugares/ no es menos '"icticia( que
la "icción, #ero no se reconoce a sí misma como tal Se hace #asar #or lo 0nico que hay y
#uede ha!er @usca siem#re "undamentarse y 5usti"icarse en un su#uesto ser3así de las
cosas Adia los #untos &acíos o #olémicos, los restos que no enca5an en su distri!ución de
las #artes .los elementos "lotantes o inasigna!les/
%l #ersona5e colecti&o de la "icción #olítica #roduce nue&a realidad #orque rede"ine el
ma#a de lo #osi!le1 no sólo modi"ica lo que se #uede &er, hacer, sentir y #ensar acerca de la
realidad, sino tam!ién quién #uede hacerlo Im#ugna la distri!ución 5er+rquica de lugares y
"unciones en nom!re de las ca#acidades de cualquiera y la igualdad de las inteligencias
>uestra #aisa5es inéditos1 hace &er cosas que no se &eían, #one en relación lo que esta!a
dis#erso, hace surgir otras &oces y otros temas, otros lengua5es y otros enunciados, otras
escalas y otros ra$onamientos, otras legitimidades y otros hechos 2 o"rece ese #aisa5e
inédito a todos, a cualquiera 6omo un don, un regalo, una nue&a #osi!ilidad de e,istencia
La "icción #olítica interrum#e y crea, crea e interrum#e Simult+neamente %s un
#oder de desclasi"icación y un #oder de creación 4ace lo com0n deshaciéndolo, deshace lo
com0n y lo rehace
%ncontramos aquí y all+, dis#ersos en los li!ros de :anci;re, algunos e5em#los
históricos que clari"ican mucho la noción de "icción #olítica Bamos a re#asar !re&emente
cuatro1 el hom!re3ciudadano de la :e&olución Crancesa, el #roletariado, el eslogan 'todos
somos 5udíos alemanes( de >ayo del DE y la consigna 'nosotros somos el #ue!lo( coreada
en las mani"estaciones de <9E9 en *lemania del %ste
Hombre-ciudadano
Seguramente "ue el conde 9ose#h de >aistre, uno de los enemigos m+s !rillantes de la
:e&olución Crancesa, de"ensor ultramontano del a!solutismo mon+rquico y el *ntiguo
:égimen, quien ca#tó me5or la naturale$a ficticia de la su!&ersión ilustrada, al declarar1 'en
el curso de mi &ida he &isto "ranceses, italianos, rusos? y hasta sé, gracias a >ontesquieu,
que uno #uede ser un #ersa 8ero con el hom!re nunca me he encontrado? si e,iste, es en
mi total ignorancia(
Seg0n Fe >aistre, el hom!re3ciudadano 3#resu#uesto y #rotagonista de la
:e&olución Crancesa3 es una nada, una ilusión, un im#osi!le, una a!stracción, una quimera,
una "+!ula, una mentira 7o se #uede &er con los o5os ni tocar con las manos 8ara el
159
15MP2P Amador Fernández-Savater
Encuentro transdisciplinar Política literal y política literaria
conde, e,isten "ranceses, italianos y rusos, distri!uidos a su &e$ en lugares y "unciones
seg0n su #osición de nacimiento en el *ntiguo :égimen .reale$a, no!le$a, cam#esinado/,
todo ello con"orme a leyes naturales 'de las cuales no se #uede decir otra cosa sino que
e,isten #orque e,isten( 6ada cual de!e ocu#ar su lugar y con"ormarse a él Ber, sentir,
hacer y #ensar lo que el lugar autori$a :e#roducir la identidad
Si Fe >aistre no &e nada es #orque la "icción re&olucionaria in&enta un es#acio que
no e,istía antes, interrum#iendo el orden de las clasi"icaciones que de"ine la realidad,
cuestionando la necesidad de lo necesario y sus#endiendo la orden dada a las
su!5eti&idades de ser lo que son %l nue&o es#acio mental rede"ine lo #osi!le y lo im#osi!le,
lo &isi!le y lo in&isi!le, lo tolera!le y lo intolera!le Fesenca5a a los seres y a las cosas de la
naturalidad de los lugares #ro#ios .origen o condición/ )no ya no es quien es seg0n el lugar
y la #osición social de nacimiento, sino en tanto que est+ dotado de ra$ón %n igualdad con
el resto de seres humanos La "icción di!u5a y construye así un nue&o 'nosotros(, un es#acio
de su!5eti&ación donde cualquiera #uede contarse
Los re&olucionarios "ranceses deciden 'hacer como si( ya no "uesen s0!ditos del
*ntiguo :égimen, lo que la realidad les o!liga a ser, sino ciudadanos ca#aces de #ensar,
decidir, redactar una 6onstitución y go!ernarse Se rede"inen a sí mismos seg0n otra "igura
de re"erencia La ca#acidad igual de todos #ara #ensar se con&ierte en la !ase de una
nue&a dignidad 'Indi&iduos a!stractos(, #rotesta Fe >aistre1 los hom!res3ciudadanos no se
a5ustan ni de#enden de los criterios de com#etencia, "ortuna o res#eta!ilidad que con"ieren
el derecho a decidir en el *ntiguo :égimen 4om!res 'sin atri!utos(, es decir, sin las
#ro#iedades, los títulos, los honores o las rique$as necesarias #ara go!ernar 4om!res 'sin
raíces( que ya no est+n '#lantados en el suelo( del origen o la #osición social, sino que han
sido arrancados a él #or la "icción igualitaria
'%s una locura encargar una sociedad a una asam!lea que deli!era, #orque ninguna
6onstitución #uede ser resultado de una deli!eración( Las 6onstituciones seg0n Fe >aistre
sólo #ueden recoger y transcri!ir lo que hay, esas leyes 'de las cuales no se #uede decir
otra cosa sino que e,isten #orque e,isten( La nue&a 6onstitución re&olucionaria ser+ estéril,
augura el conde, #orque es arti"icial y contra natura *sociar derechos a un "antasma, !asar
toda una sociedad en una nada, est+ destinado al #eor de los "racasos %s una re!elión
im#osi!le contra lo dado1 la re&olución como 'acto sat+nico( 8ero la historia de los 0ltimos
dos siglos 3todo lo que ha im#licado como e"ecto la "icción #olítica del hom!re3ciudadano3
muestra !ien claro que las "icciones #olíticas #roducen realidad y generan e"ectos que
trans"orman el mundo de a!a5o a arri!a, trastornando todos los ordenamientos
su#uestamente naturales y eternos Las "+!ulas son cosas serias
Proletariado
:anciére cuenta dos historias #ara resumir en qué consiste #ara él la "icción #olítica
#roletaria La #rimera es la reunión en <G9H de nue&e tra!a5adores en una ta!erna de
Londres con una idea com0n1 toda #ersona adulta en #osesión de ra$ón tiene la ca#acidad
.y de!e #or tanto tener el derecho/ de elegir a los miem!ros del 8arlamento 8ara luchar #or
ello, esos nue&e tra!a5adores constituyen una 'sociedad de corres#ondencia( cuya #rimera
regla re$a así1 'que el n0mero de nuestros miem!ros sea ilimitado( %8 Thom#son, el
céle!re historiador del mo&imiento o!rero, considera esa misma escena como el
acontecimiento inaugural de la "ormación de la clase o!rera inglesa
La segunda historia cuenta que, siendo 5u$gado en <EIH #or sedición, el 5ue$
160
UO ! "#$ %edes& Movimientos ' (ecnopol)tica
Universitat O*erta de atalun'a Internet Interdisciplinary Institute
#regunta al céle!re re&olucionario "rancés *uguste @lanqui #or su #ro"esión '8roletario(,
contesta @lanqui %l 5ue$ o!5eta1 '#ero eso no es una #ro"esión( 2 @lanqui, que tam#oco era
lo que se entiende #or un tra!a5ador #roletario, re#lica "ulgurante1 'es la #ro"esión de treinta
millones de "ranceses que &i&en de su tra!a5o y est+n sin em!argo #ri&ados de derechos
#olíticos(
:anciére, él mismo historiador del mo&imiento o!rero, e,#lica que J#roletarioJ es un
término que &iene de la *ntigua :oma donde ser&ía #ara designar a la multitud de los que
se dedica!an a la #ura y sim#le re#roducción *rrancada a su conte,to, esa #ala!ra antigua
&ia5a en el tiem#o #ara nom!rar, no una "orma de 'cultura( o de ethos colecti&o que de
#ronto co!ra &o$, sino un es#acio de su!5eti&ación donde cualquiera .@lanqui incluido/
#uede ingresar 7o un gru#o social determinado, un sector es#ecí"ico o una #arte del todo,
sino m+s !ien 'la #arte de los sin #arte( que #ertur!a el ma#a de lo #osi!le )n es#acio que
no #ree,iste, sino que se crea y mani"iesta en el con"licto y la interru#ción de la realidad 7o
una sustancia1 un acontecimiento
8roletario es el nom!re de la emanci#ación #osi!le de la humanidad entera ')na
clase que ya no es una clase(, dice >ar,, 'sino la disolución de todas las clases( '7o una
clase social #articular(, e,#lica >ao, 'sino sim#lemente los amigos de la :e&olución( )n
nom!re &acío que re#resenta la igualdad de cualquiera con cualquiera )na nada en la que
ca!en todos
La "icción #olítica #roletaria interrum#e la desigualdad 5er+rquica inscrita en el re#arto
ca#italista de lo sensi!le, resumida #er"ectamente en esta "rase de Taylor, el in&entor de la
cadena de monta5e1 'los tra!a5adores son una me$cla de orangut+n y ro!ot( %s decir, los
que tra!a5an con sus manos no #ueden #ensar, los #roductores son autómatas y animales
que necesitan a la clase dominante #ara organi$arse y hacer su tra!a5o Los #roletarios del
siglo KIK deciden 'hacer como si( no "uesen la me$cla de orangut+n y ro!ot que la realidad
les o!liga!a a ser, sino #ersonas iguales a las dem+s en inteligencia y "acultades, ca#aces
de leer, #ensar, escri!ir y autoorgani$ar su tra!a5o
*sí, la "icción #roletaria des#la$a los cuer#os "uera de los lugares asignados,
ca#acitando #ara hacer lo que era im#osi!le y al mismo tiem#o esta!a #rohi!ido 6am!ia el
destino de los lugares dados1 #or e5em#lo resigni"ica las "+!ricas como es#acios de
organi$ación, de!ate y acción #olítica, no sólo de tra!a5o sometido, mudo y alienante 4ace
&er lo que se quería ocultar y hace escuchar como ra$ones lo que sólo se #erci!ía como
su"rimiento "ísico 2 altera y modi"ica #ara siem#re el ma#a de la realidad1 el tra!a5o no ser+
m+s un tema #ri&ado entre el #atrón y el tra!a5ador, sino un asunto #0!lico y colecti&o donde
se 5uega la de"inición que una sociedad se hace de la 5usticia
“Todos somos judíos alemanes”
>ediados de mayo del DE %l go!ierno "rancés im#ide regresar a 8arís desde *lemania a
uno de los líderes del mo&imiento, Faniel 6ohn3@endit, nacido en Crancia #ero con
#asa#orte alem+n y de #adres 5udíos Los #olíticos y la #rensa conser&adora se ce!an con
él1 es un elemento #eligroso y, #ara m+s inri, 'un 5udío alem+n( %nseguida se organi$an
mani"estaciones de solidaridad donde se corea el siguiente eslogan1 'todos somos 5udíos
alemanes( Se trata de lo que :anciére denomina un 'enunciado im#osi!le( o una
'identi"icación im#osi!le( %st+ claro que los que lo gritan en las calles no son 5udíos
alemanes, sino que asumen el estereoti#o estigmati$ante del enemigo resigni"ic+ndolo como
nom!re colecti&o, sin ninguna con"usión #osi!le con un gru#o sociológico o una identidad
1-1
15MP2P Amador Fernández-Savater
Encuentro transdisciplinar Política literal y política literaria
real ¿Lué realidad interrum#e ese enunciado im#osi!le? Identi"ic+ndonos con lo que el
#oder e,cluye, nos des3identi"icamos del #oder Identi"ic+ndonos con quien no de!emos,
nos des3identi"icamos de quien somos %n este caso, 'un !uen "rancés( 2 nos re3
identi"icamos con nue&os #osi!les en otro es#acio de su!5eti&ación donde cualquiera #uede
contarse sin tener que #edir #ermiso a nadie ni #asar ning0n "iltro de identidad
“Nosotros somos el pueblo”
%s el grito3consigna de la re&uelta de los alemanes del %ste contra la dictadura so&iética en
<9E9 Se em#ie$a a corear en las 'mani"estaciones de los lunes( en Lei#$ig y #ronto se
e,tiende #or toda *lemania del %ste ¿Lué se a"irma al gritarlo? *l menos dos cosas 8or un
lado, 'no somos lo que el %stado so&iético dice que somos .agentes de la 6I* o hooligans/,
sino gente cualquiera, t0 mismo si lo deseas( 8or otro, 'el #ue!lo no es lo que decís que es,
ese o!5eto #asi&o y mudo que el %stado re#resentaría, sino algo distinto( Fesde la c0#ula
del %stado se contesta1 'miraos, no sois el #ue!lo, sólo sois una minoría .sos#echosa/
¿6ómo unos cuantos miles de #ersonas en la calle se #ueden arrogar el derecho de
re#resentar a los millones que no lo hacen?( La o#eración que hace ese nom!re colecti&o
.el m+s cl+sico entre los cl+sicos1 el #ue!lo/ es a!rir una distancia con res#ecto a la
re#resentación misma y sus 'nom!res se#aradores( .con los que se clasi"ica, estigmati$a y
criminali$a/ 2 en esa distancia acoge otras #osi!ilidades, otras legitimidades, otras &oces y
otras ra$ones 6rea el es#acio #ara un #ue!lo fantástico, que no a#arece en ning0n censo
ni estadística, #ero que al mismo tiem#o tira a!a5o los muros y trans"orma la realidad
Desdoblamientos
Seg0n :anci;re, el e"ecto de la #olítica3"icción .o de la "icción #olítica/ es el desdo!lamiento1
uno se di&ide en dos >ediante la "icción nos des3incor#oramos .a!andonamos un cuer#o/ y
nos re3incor#oramos .a un cam#o nue&o de #osi!ilidades/ 4acemos 'como si( "uésemos
algo distinto de lo que somos y de ese modo generamos e"ectos de realidad La "icción es
una "uer$a material desde el momento en que creemos en ella y nos organi$amos en
consecuencia
6ada cuer#o que se con&ierte en actor de uno de estos #ersona5es colecti&os
e,#erimenta interiormente ese desdo!lamiento %l con"licto atra&iesa y di&ide a cada cual
Bi&imos dos &idas a un tiem#o )no es italiano, inglés o ruso, #ero tam!ién un ser humano
ca#a$ de #ensar y redactar una 6onstitución )n cuer#o sometido a un tra!a5o alienante y
mudo, #ero tam!ién un #roletario ca#a$ de leer y escri!ir )n "rancés, #ero tam!ién un '5udío
alem+n( solidario con los que no ca!en en Crancia Seres do!les, que ya no est+n sólo 'a lo
suyo(, es decir lo que les toca hacer y #ensar seg0n su lugar, sino a!iertos a #aisa5es
inéditos, cone,iones im#ro!a!les, otras ca#acidades Seres an"i!ios, dice :anci;re, que
&i&en 'entre( distintas identidades, em!orronando las "ronteras entre clases y sa!eres
* tra&és de la "icción nos sustraemos de la comunidad como lugar o!ligatorio de
#ertenencia y nos inscri!imos en comunidades a$arosas o aleatorias, #orque no se dan
entre quienes com#arten tales #ro#iedades o cuales #redicados, sino entre las
singularidades cualquiera, im#osi!les de antici#ar, que se sienten inter#eladas
6omunidades sensibles, no de"inidas #or una identidad com0n sino #or una sensi!ilidad
com#artida 6omunidades "uera de lugar y, #recisamente #or ello, ca#aces de incor#orarse
en cualquier lugar 7o tanto un su5eto #olítico sólido y con sede #ermanente, como
1-2
UO ! "#$ %edes& Movimientos ' (ecnopol)tica
Universitat O*erta de atalun'a Internet Interdisciplinary Institute
espectros que tienen sus momentos y lugares de a#arición
La "icción es la #otencia de humani$ación #or e,celencia1 si los seres humanos no
somos sim#lemente un '#roducto necesario( de las determinaciones !iológicas y sociales,
sino que tenemos la ca#acidad de hacernos un cuer#o nue&o, la "icción actuali$a y &eri"ica
esa #otencia, interrum#iendo los automatismos, haciéndonos insumisos a nuestro destino
escrito en los genes, los a#ellidos, el lugar de nacimiento o la condición social
Política literal y política literaria
'Todo eso es im#osi!le( Siem#re hay una &o$ que lo declara Los re&olucionarios "ranceses
dicen 'somos hom!res( y Fe >aistre res#onde1 'no e,iste tal cosa, es una locura( @lanqui
#roclama 'mi #ro"esión es #roletario( y el 5ue$ o!5eta1 'eso no es una #ro"esión( Los
alemanes corean 'nosotros somos el #ue!lo( y el %stado so&iético re#lica1 'nada de eso,
sólo sois una minoría, ¿es que no lo &eis?( 8ero una y otra &e$ no se &e, se &e otra cosa, se
&e do!le
%se desacuerdo no sólo se da entre re&olucionarios y contrarre&olucionarios, como
#odía #ensarse de los e5em#los #re&ios, sino en el interior mismo del #ensamiento crítico y
las #r+cticas de emanci#ación 8orque tam!ién la emanci#ación se ha #ensado y se #iensa
como a"irmación de una identidad .de clase, nacional, cultural, étnica, se,ual/ %s lo que
#odríamos llamar '#olítica literal( La #olítica literal dice1 'somos lo que somos, tomemos
conciencia, rei&indiquemos lo nuestro, lo #ro#io( 8olítica #edagógica, que o#one un sa!er
que .nos/ "alta a la ignorancia organi$ada de lo que somos 8olítica de la li!re e,#resión,
que o#one el desarrollo de una identidad a la re#resión que la inhi!e
8ero la emanci#ación #uede #ensarse de otra manera1 somos y no somos lo que
somos. La #olítica literaria no 'e,#resa( una situación, una cultura o un modo de &ida, sino
que disocia las a#ariencias de la realidad, lo que somos y lo que #odemos * tra&és de las
"icciones nos &ol&emos ca#aces de acciones #rohi!idas o im#osi!les #ara nuestra identidad,
origen o condición 7o rei&indicamos un tro$o m+s grande del #astel .el que nos toca seg0n
tal o cual identidad/, sino que #lanteamos algunas #reguntas que cuestionan la naturale$a
misma del #astel 7o a"irmamos lo #ro#io, sino m+s !ien lo im#ro#io1 com#artido y
trans&ersal, de todos y de nadie La #olítica3"icción es este desdo!lamiento que #one un
mundo en otro, esta 'guerra de los mundos( que recrea incesantemente un mismo y 0nico
mundo, un mundo com0n
*sí #uede entenderse la #olémica de :anci;re contra el mar,ismo de *lthusser o la
sociología crítica de @ourdieu1 la #olítica #ara :anci;re no #asa #or adquirir un sa!er que
nos "alta y la ciencia #osee, ni tam#oco #or encontrar una conciencia #ro#ia, correcta y
adecuada a la #ro#ia identidad, sino #or desidenti"icarse de una cultura y una identidad
dadas mediante un #roceso de su!5eti&ación Las #ala!ras y las a#ariencias no son aquí
're"le5o( o 'm+scara( de la realidad .seg0n las usemos !ien o mal/, sino una "uer$a material
que #uede lle&arnos m+s all+ de las determinaciones que nos constituyen, m+s all+ de
nuestro destino %l sa!er que emanci#a no es tanto el que descri!e adecuadamente la
realidad, como el que redescri!e la e,#eriencia com0n 2 los nom!res #olíticos no son la
e,#resión del interés de un gru#o social concreto, sino el nom!re de un cuestionamiento del
re#arto social de los #a#eles que nos inter#ela a todos
1-3
15MP2P Amador Fernández-Savater
Encuentro transdisciplinar Política literal y política literaria
icciones !"-#
Lo que quisiera a #artir de aquí es re#asar algunos enunciados que emergen con el
mo&imiento <=3> como "icciones inclusi&as y #olíticas >e doy cuenta de que el orden del
te,to sugiere que lo que &iene a continuación es una es#ecie de 'a#licación( de la teoría de
:anciére a algunos casos concretos 8ero casi #odría decir lo contrario1 son estos e5em#los
&i&idos en #rimera #ersona los que me han #ermitido entender interiormente las re"le,iones
del "ilóso"o %n realidad se trata de un encuentro, como siem#re que acontece el
#ensamiento, entre lo que leemos, lo que &i&imos y lo que in&entamos #or nuestra cuenta,
sin sa!er muy !ien qué #olini$a qué
Fesde el #rimer día, las #la$as tomadas del <=3> se #ro#usieron como es#acios de
a#ertura constante1 no un gesto de se#aración o una trinchera, sino la in&itación a
cualquiera a encontrarse, #ensar y organi$arse 5untos #ara hacernos #reguntas y !uscar
res#uestas .#recisamente #orque se admite que nadie las tiene/ In&itar no es una o#eración
sencilla1 hay que con"iar en el desconocido, sa!er acoger, tener algo que o"recer, estar
dis#uesto a de5arse alterar #or lo que el otro tiene que traer, #ermitir al otro rea#ro#iarse el
es#acio y recon"igurarlo a su gusto, etc %n esa #reocu#ación #or el otro que no est+ ya
aquí, entre nosotros, residía una #arte im#ortante de la tensión creati&a de las acam#adas
La consigna de 'res#eto( que circula!a con tanta "uer$a nom!ra!a la e,igencia y el desa"ío
de ela!orar una con&i&encia entre di"erentes y desconocidos, #oniendo siem#re en #rimer
#lano lo que une y no lo que se#ara .siglas, &iolencia, lengua5es y com#ortamientos
e,cluyentes/ Lo m+s di"ícil hoy en día cuando el otro se nos a#arece re#etidamente como
un o!st+culo o una amena$a
8ara in&itar al otro a #ensar y desa"iar 5untos al #oder necesitamos de5ar de ser
quienes somos, #orque 'en tanto que( lo que la realidad nos o!liga a ser sólo #uede ha!er
choque, relación instrumental o desigualdad, #ero no encuentro o com#osición hori$ontal
Las "icciones #olíticas crean terreno com0n, nos #ermiten de5ar de ser lo que somos y
encontrarnos 'en tanto que( otra cosa, un nosotros a!ierto e incluyente Indignados,
#ersonas, 99%, Sol o <=3> son los nom!res o #ersona5es colecti&os a tra&és de las cuales
se ha desarreglado el orden de las clasi"icaciones que organi$a el escenario #olítico local
como un ta!lero de a5edre$ .8SA%M88, i$quierdaMderecha, las dos %s#a-as/, #ara #oder así
autocon&ocarnos en tanto que 99% de #ersonas a"ectadas directa o indirectamente #or la
esta"a #olítica y económica de la crisis
$ndi%nados
*l #rinci#io "uncionó m+s como una etiqueta medi+tica que como un nom!re #ro#io 7o
recuerdo que circulara o #rendiese demasiado en las #la$as 8ero eso cam!ió m+s tarde,
cuando la gente identi"icada con el <=3> se rea#ro#ió del término .otro e#isodio m+s del
toma y daca constante de resigni"icaciones de im+genes y #ala!ras entre el #oder y la gente
cualquiera/
¿Lué realidad interrum#e esta "icción? Indignados no se de"ine con res#ecto al
tra!a5o1 los indignados no son los tra!a5adores, ni siquiera los #recarios o los #arados
Tam#oco se de"ine con res#ecto a un marco nacional1 los indignados no son 'los
ciudadanos( ni siquiera 'el #ue!lo( La desidenti"icación o#era aquí con res#ecto a las
"ormas de re#resentación tradicional1 sindicatos, #ara los tra!a5adores? #artidos #olíticos,
#ara el #ue!lo y los ciudadanos
1-4
UO ! "#$ %edes& Movimientos ' (ecnopol)tica
Universitat O*erta de atalun'a Internet Interdisciplinary Institute
Indignados dis#one un nosotros muy a!ierto, de"inido #or una acción y una actitud
6ualquiera #uede sentirse indignado, cualquiera #uede #erci!ir como intolera!le el estado
de cosas, cualquiera #uede recha$ar ser una mercancía en manos de #olíticos y !anqueros
La indignación no remite a una identidad sociológica o ideológica .'estos( o 'aquellos(/, sino
a una decisión su!5eti&a, #otencialmente accesi!le a cualquiera
Se critica el nom!re de indignados #orque e&oca una #rotesta sin #ensamiento ni
construcción, cuando el mo&imiento <=3> no se agota en el recha$o o el grito .como han
inter#retado, desde muy le5os, algunos ilustres intelectuales y o#inadores/ )nos #ocos días
des#ués de tomar la #la$a, no se #odía decir que est+!amos allí sólo gritando nuestra
indignación contra nadie, sino tam!ién #or la !elle$a y la #otencia de estar 5untos,
des#legando un "ormida!le #ensamiento #r+ctico y situado, rein&entando las "ormas de
hacernos cargo en com0n de lo com0n La #regunta que se #lantea entonces es1 ¿est+n las
#ala!ras cargadas irremedia!lemente de sus signi"icados #re&ios o las #odemos hacer decir
otras cosas, asoci+ndolas a otras #r+cticas y otros conte,tos, incluso des#legando en ellas
otros signi"icados .la dignidad que encierra la #ala!ra indignados #or e5em#lo/?
Personas
*l comien$o de la acam#ada, se dio un de!ate en &arios gru#os y comisiones so!re si
de!íamos denominarnos #ersonas o ciudadanos >ucha gente considera!a la #ala!ra
'#ersonas( m+s adecuada y e"ica$ en la situación a!ierta Fe hecho, el #rimer te,to que se
lan$ó desde la #la$a de Sol decía1 'los que estamos aquí no somos colecti&os ni
organi$aciones, sino #ersonas que han &enido li!remente(
6omo dicen los amigos de Anda 8recaria, la #ala!ra #ersonas 'de5a!a atr+s las
siglas, las ideologías, #ero tam!ién las identidades #re"i5adas .o!reros, ciudadanosN/ y
#ermitía inter#elar a muchos 8ermitía &ol&er a mirarse a los o5os y con"iar en el otro, #orque
allí esta!a en Sol, codo a codo conmigo y con el de m+s all+, contra #olíticos y !anqueros,
#ara que las #ersonas no "ueran tratadas como mercancías *l llamarnos #ersonas,
hacíamos ta!la rasa y nos identi"ic+!amos como iguales1 era como decir Jno me im#orta de
dónde &engas, no te #ediré ninguna credencial, sé que eres como yoJ(
Bacía de color y #eso #olítico, '#ersonas( #odía cargarse #or ello mismo de una
#otencia inédita y circular como una #ala!ra creí!le Indica!a el deseo de otro comien$o, de
otro #unto de #artida #or "uera de la #olítica des#restigiada de los #olíticos
'8ersonas( recoge al mismo tiem#o la con"ian$a en lo #ersonal, una de las #ocas
dimensiones de la &ida contem#or+nea que a0n merece nuestra estima %s el atracti&o de la
intimidad, donde 3a #esar de los mil c+lculos y estrategias que la atra&iesan3 a0n sentimos
que el otro se nos muestra sincera y es#ont+neamente, de "orma sencilla y directa, sin
temor al 5uicio ni agenda oculta %l mismo em#u5e de las redes sociales le de!e algo a esto1
la cone,ión se da uno a uno, #ersona a #ersona %n las redes sociales la intimidad sale
adem+s del +m!ito a"ecti&o inmediato y se hace #0!lica, desdi!u5+ndose las "ronteras
#0!licoM#ri&ado, amigoMdesconocido
%stas "ormas de cone,ión uno a uno ya se ha!ían acti&ado #olíticamente en el
#asado Si #or e5em#lo con"iamos en la con&ocatoria anónima que nos llamó a #rotestar
"rente a las sedes del 88 dos días des#ués del atentado terrorista del <<3> en HOOP, "ue
#recisamente #orque no la "irma!a ninguna organi$ación #olítica y nos llega!a reen&iada
#or numerosos amigos 6omo no nos mo&ía una identidad o una ideología, sino una
a"ectación sensi!le y en #rimera #ersona #or lo que esta!a ocurriendo, sólo una
1-5
15MP2P Amador Fernández-Savater
Encuentro transdisciplinar Política literal y política literaria
con&ocatoria al mismo tiem#o anónima y #ersonal #odía gal&ani$ar la #rotesta
%n el <=3> la 'intimidad( no sólo se hace #0!lica, sino que se encarna en calles y
cuer#os Furante las semanas de acam#ada, el grado de e,#osición #ersonal en las
inter&enciones #0!licas era asom!roso, se com#artían las #reocu#aciones e inclinaciones
m+s #ro"undas como si hu!iesen caído #or un momento la &ergQen$a y el #udor que no
de5an com#artir normalmente lo m+s íntimo con desconocidos %n las asam!leas se
a#laudían mucho .en silencio, con las manos/ las inter&enciones m+s personales1 #or
e5em#lo las que !al!ucea!an y tantea!an #ara encontrar sus #ro#ias #ala!ras Las as#as
de recha$o se le&anta!an enseguida contra los discursos m+s autom+ticos, m+s
codi"icados, menos a"ectados #or la situación
Se ha #ensado la acción #olítica con el esquema de lo #u!lico y lo #ri&ado, #ero hoy
qui$+ #odríamos re#ensarla seg0n lo íntimo y lo com0n Lo íntimo no es lo #ri&ado, todo lo
contrario %s a la &e$ lo m+s #ro#io y lo m+s im#ro#io 3trans&ersal, tuyo y mío, de todos y de
nadie Lué sor#resa escuchar de #ronto al otro decir e,actamente lo que yo #ienso en una
asam!lea, e,#resar en #0!lico lo que a mi me #asa %l "ilóso"o Santiago Ló#e$ 8etit ha!la a
este res#ecto de la 'interioridad com0n( como motor de las nue&as #oliti$aciones anónimas
Lo que yo me digo a mi mismo en soledad 3mi verdad3 resuena y circula ines#eradamente
como una &erdad colecti&a y com#artida con otros muchos .a quienes ni siquiera cono$co/
6omo &erdad com0n que "unda un nue&o nosotros
8or 0ltimo, el uso de la #ala!ra '#ersonas( me recuerda a la historia de )lises y el
cíclo#e 8oli"emo %n determinado momento 8oli"emo le #regunta a )lises su nom!re y
)lises res#onde1 'mi nom!re es 7adie? 7adie me llaman mi madre, mi #adre y mis
com#a-eros todos( %sa astucia le #ermitir+ esca#ar 5unto a sus com#a-eros des#ués de
herir a 8oli"emo en su 0nico o5o1 los dem+s cíclo#es se !urlan de su hermano cuando les
#ide ayuda #orque ha sido atacado #or '7adie(
%l #oder es siem#re una m+quina de estereoti#ar1 nom!rar, encasillar, se#arar,
estigmati$ar, criminali$ar %n el caso del <=3>, los estereoti#os como 'anti3sistema( o
'#erro"lautas( han tratado de distinguir entre 'la gente normal( y 'los que #rotestan(1 los
sos#echosos :om#er lo com0n 8ero el <=3> ha in&entado mil "ormas de #inchar los
estereoti#os, desde el humor que ridiculi$a y &acía las im+genes del miedo hasta la
in&itación constante a cualquiera a acercarse a &er con sus #ro#ios o5os la realidad que se
esta!a construyendo en las #la$as, re#ro#oniéndose a sí mismo una y otra &e$ como
es#acio de cualquiera
6uando los cíclo#es medi+ticos y #olíticos #reguntan al <=3>1 '¿cu+l es tu nom!re?(,
res#onder 'somos #ersonas( ha sido otra manera de esca#ar 8ersonas es un nom!re &acío
en el que ca!e cualquiera, una nada que nos incluye a todos La #ala!ra #ersonas #ro&iene
curiosamente de 'm+scara(1 la m+scara que usa!an antiguamente los actores de teatro #ara
dar &ida a sus #ersona5es Las "icciones #olíticas son nom!res colecti&os y m+scaras que
nos #ermiten a la &e$ hacernos in&isi!les al #oder y accesi!les #ara los dem+s
&omos el ''(
%n la acam#ada de Sol una #ancarta dice1 'somos todos( )n enunciado muy #arecido se
con&ierte luego en el lema central del mo&imiento estadounidense Occupy1 'somos el 99%(
Fe re!ote, en ese cam#o de resonancias que es el mo&imiento glo!al de las #la$as, el lema
del 99% se em#ie$a a usar tam!ién en %s#a-a 'Somos el 99%( es sin duda uno de esos
'enunciados im#osi!les( de que ha!la :anci;re )na a"irmación #aradó5ica e im#osi!le
1-6
UO ! "#$ %edes& Movimientos ' (ecnopol)tica
Universitat O*erta de atalun'a Internet Interdisciplinary Institute
.'mentira( desde un #unto de &ista o!5eti&o y literal/ seg0n la cual una minoría en la calle
dice ser la mayoría, todos
%l enunciado reci!e las mismas críticas que aquel 'nosotros somos el #ue!lo( y #or
las mismas ra$ones1 'no sois el 99%, sino una minoría muy concreta .y sos#echosa/( 8ara
remachar el argumento se com#aran siem#re las ci"ras de asistentes a mani"estaciones y
las de &otantes en las urnas electorales, como diciendo 'esto es lo que sois de &erdad,
tantos, menos que los que ace#tan la re#resentación( *quí de nue&o chocan las dos
#olíticas1 literal y literaria La #olítica literal #iensa aquí la realidad seg0n un esquema de
todo y #artes, de #artes y #artidos, de mayorías y minorías, de #ro#orciones aritméticas y
geométricas Todo ello e,#resado #er"ectamente en los gr+"icos de los resultados
electorales, una #ersona un &oto, los distintos colores re#resentando a las #artesM#artidos,
etc
8ero como e,#lica :anci;re, algo #asa #recisamente cuando no salen las cuentas
La #olítica literaria desdo!la la realidad Fesarregla el esquema del todo y las #artes
a-adiendo una #arte su#lementaria1 la #arte de los sin #arte 7o un es#acio donde se ha!la
por todos, sino donde se ha!la para todos Lue no inter#ela a estos o aquellos, sino que
#arte de #reguntas y #ro!lemas trans&ersales que #ueden a"ectar a gente muy distinta,
como #or e5em#lo un desahucio 3#or citar uno de los #untos de #oliti$ación del <=>3 #uede
a"ectar a una #ersona religiosa o a un laica, de derechas o de i$quierdas, mon+rquica o
re#u!licana
*unque una lectura en"ati$a la o#osición que esta!lece entre el <% que aca#ara la
rique$a y la decisión #olítica "rente al 99% de des#oseídos, la "uer$a del lema no me #arece
tanto cuantitati&a o descri#ti&a, como literaria y #er"ormati&a Somos el 99% signi"ica
'nuestro hacer y decir se dirige indistintamente a todos(, im#lica &oluntad de a#ertura,
#regunta y #reocu#ación #or los que no est+n ya entre nosotros, #ro!lemati$ación del
con"ort autorre"erente de las identidades, con"ian$a en la inteligencia igual de los
desconocidos, en la ca#acidad de cualquiera #ara hacerse cargo de los asuntos comunes 2
las #ala!ras tiene e"ectos #r+cticos
Furante los #rimeros días de la ocu#ación de la #la$a de Zuccotti, Occupy Wall
Street era un es#acio ha!itado casi e,clusi&amente #or acti&istas y militantes #olíticos Cue
en ese momento cuando el lema del 99% se em#e$ó a e,tender, em#u5ado en un #rimer
instante #or algunas #ersonas que desea!an a!rir la situación >ucha gente distinta se
sintió inter#elada #or la consigna y se acercó a Zuccotti Los lengua5es y com#ortamientos
#olíticos m+s autorre"erenciales y e,cluyentes tu&ieron que modi"icarse #ara acoger a los
desconocidos que llega!an 2 así la consigna del 99% trans"ormó materialmente la
situación
&ol
6uando a #rinci#ios de agosto de HO<< las autoridades decidieron desmantelar los restos
del cam#amento de Sol y arrancaron la #laca que el <=3> ha!ía colocado !a5o la estatua del
ca!allo de 6arlos III .que decía 'dormíamos, des#ertamos(/, miles de #ersonas se
autocon&ocaron inmediatamente en mani"estaciones de #rotesta que #usieron en 5aque un
des#liegue #olicial inédito Sol es un es#acio muy im#ortante #ara los madrile-os &inculados
al <=3>, en el que meses des#ués del cam#amento se siguen reali$ando todo ti#o de
reuniones, asam!leas y concentraciones 8ero al mismo tiem#o Sol es tam!ién un es#acio
sim!ólico y met+"ora de met+"oras1 #or e5em#lo, Rilómetro cero, el 'nue&o comien$o( que
1-7
15MP2P Amador Fernández-Savater
Encuentro transdisciplinar Política literal y política literaria
#ara 4annah *rendt de"ine lo #ro#io de la #olítica? los lemas 'ensólate(, 'ensolación( y sus
mil &ariantes, que remiten al es#íritu, la energía y la emoción que se &i&ía en el
cam#amento, relacionada con el #asa5e de la im#otencia a la #otencia, de la com#etencia a
la coo#eración, del cinismo a la con"ian$a? la imagen del 'des#ertar(, no sólo como un
des#ertar de las conciencias, sino tam!ién como des#ertar de la #esadilla del
indi&idualismo, de los cuer#os anestesiados y !lindados a lo que tenemos en com0n, etc
La "icción #olítica de Sol e&oca un #osi!le ya realizado1 el #eque-o mundo y la
#eque-a ciudad que se construyeron en la #la$a durante tres semanas, un 'taller de
democracia al aire li!re( .como di5o alguien en una asam!lea/ donde e,#erimentar modos de
#artici#ación com0n en los asuntos comunes )n es#acio no sólo de #rotesta y denuncia,
sino de organi$ación de la &ida colecti&a1 es#acio ha!ita!le, #artici#ado y de cualquiera
.'ca!emos todos, os necesitamos a todos( dice un &ídeo so!re el cam#amento de Sol
recogiendo un sentir muy com0n/ %,#eriencia de #rotagonismo y #oder hacer, de toma
colecti&a de la #ala!ra, contra las 5erarquías instituidas del sa!er y el mono#olio #ri&ado de
la decisión #olítica %,#eriencia de li!ertad, no tanto como #osi!ilidad de escoger entre
o#ciones dadas, sino de rein&entar colecti&amente las reglas de 5uego %,#eriencia de hacer
mucho con #oco, de otra idea del lu5o o la rique$a, ya no asociada al consumo o al dinero,
sino a las relaciones y a otra e,#eriencia del tiem#o %,#eriencia de lo com0n y
redescu!rimiento del otro como cóm#lice "rente al 's+l&ese quien #ueda( im#erante en la
&ida normal )n #osi!le ya reali$ado, #ero que la "icción Sol no sólo mantiene en el
recuerdo, sino que nos con&oca a actuali$ar, retomar y desarrollar
!"-#
* 0ltima hora me doy cuenta de que #odríamos #ensar el mismo nom!re <=3> como
#ersona5e colecti&o
La "echa no indica tanto una identidad, como m+s !ien un corte, un um!ral, un #unto
de no retorno que interrum#e el tiem#o homogéneo de la re#etición *sumir una "echa como
nom!re de un mo&imiento im#lica el reconocimiento de que el 'nosotros( que se a!re es
m+s del orden del acontecimiento que de la identidad %s decir, como e,#lica Santiago
Ló#e$ 8etit, que 'no #ree,istía, no esta!a latente, sino que ha surgido en el mismo momento
que hemos tomado las #la$as 8or esto es un nosotros a!ierto, a!ierto a todo el que quiere
entrar y "ormar #arte de él( <=3> es un nom!re que acoge a todo aquel que se sienta
inter#elado y tocado #or lo que arrancó ese día
*l mismo tiem#o hay quien se-ala que ace#tar la "echa como un nom!re colecti&o
im#lica el riesgo de quedar a"errados a una imagen detenida y cristali$ada, anclados a un
origen 6omo si el acontecimiento "uera el que "ue y no admitiera nue&as &ersiones ni
actuali$aciones %l mo&imiento quedaría de ese modo #reso en un !ucle identitario1 sólo es
<=3> si re#ite los haceres y decires que se reconocen como <=3> )na "orma de negarse a
sí mismo como mo&imiento, como #roceso, como e,#erimento sin modelo .ni siquiera él
mismo/
)n nosotros a!ierto Las #la$as no esta!lecieron nunca una "rontera clara entre
dentro y "uera, sino que m+s !ien alenta!an una circulación #ermanente 8ero eso no
signi"ica que el <=3> sea un es#acio neutral )n es#acio de cualquiera no es un es#acio
#lano %l <=3> hace y dice cosas Se de"ine #or aquello que hace y dice )na #r+ctica, no
una identidad 8ero su hacer y decir no tiene interlocutores #rede"inidos1 'estos( o 'aquellos(
.la i$quierda, los mo&imientos sociales, etc/, sino .#otencialmente/ cualquiera La ca#acidad
168
UO ! "#$ %edes& Movimientos ' (ecnopol)tica
Universitat O*erta de atalun'a Internet Interdisciplinary Institute
de mantener &i&a la inter#elación a cualquiera es una #rue!a constante, material y concreta
Lue #asa tanto #or los lengua5es y las estéticas, como #or los tiem#os o las "ormas
organi$ati&as de la acción #olítica
Fes#ués de a!andonar las #la$as, el <=3> se con&irtió en una es#ecie de s0#er3
héroe colecti&o que a#arecía ines#eradamente allí donde se cometía una in5usticia %sa
leyenda tenía que &er con la inter&ención de muchas #ersonas que ha!ían #asado #or las
#la$as en el !loqueo de desahucios o redadas racistas de la #olicía en los !arrios ¿%ran
inter&enciones del <=3>? Im#osi!le de decir Lo que a#arecía y desa#arecía así era un
nuevo clima social que a#ro&echa!a, atra&esa!a y enriquecía muchas &eces estructuras
#re&ias #ara actuar ¿Lué signi"ica que el <=3> sea un clima? Lue no sólo es un
mo&imiento o una estructura organi$ada com#uesta de asam!leas y comisiones, sino
tam!ién otro estado mental y otra dis#osición colecti&a hacia la realidad, marcada #or la
e,#eriencia em#oderadora de las #la$as y diseminada #or la sociedad entera
%l nom!re <=3> se de!ate en esa tensión 6omo clima, es un nom!re de cualquiera
Fi"uso, rea#ro#ia!le y a!ierto 6omo organi$ación, es un nom!re que se re"iere a una
realidad delimitada1 siglas que con&i&en o com#iten con otras siglas, con un adentro y un
a"uera
icción e identidad
'7osotros no es un lugar al que se #ertenece, sino un es#acio al que se ingresa #ara
construirlo(, dice el "ilóso"o Fiego Tati+n Identidad #olítica e identidad sociológica no
coinciden %s m+s1 la identidad #olítica su#one una determinada ru#tura con la identidad
sociológica Fe5ar de ser lo que la realidad nos o!liga a ser, a!andonar los lugares a los que
sim#lemente #ertenecemos, desdo!larnos La identidad #olítica es m+s !ien un es#acio que
se in&enta %ntre cualquiera que com#arta, no tales o cuales #redicados, sino ciertas
#reguntas, #rinci#ios o !0squedas >+s una sensi!ilidad que un mismo lugar en el casillero
sociológico La identidad #olítica es una identidad no identitaria, sino a!ierta, inaca!ada, en
construcción #ermanente Lo que a lo largo de este te,to hemos llamado una "icción La
acción #olítica #asa #or estas '"+!ulas(, estas '#ala!ras mal em#leadas(, estos 'im#osi!les(
que #onen tan ner&iosas a las #olicías de la sociedad y el #ensamiento
8ero la "icción #olítica &i&e siem#re al !orde de su desa#arición1 la cristali$ación
identitaria %l "antasma queda entonces encerrado en un lugar, una estructura, un !ando, un
su5eto3autor Se materiali$a #esadamente en un cuer#o re#resenta!le La #arte de los sin
#arte se con&ierte en un segmento identi"ica!le de la sociedad que ya no inter#ela a
cualquiera )n lugar de !orde duro y hostil con el a"uera, homogéneo hacia dentro, que
e,cluye las anomalías y des#recia la idea de una inteligencia igual de todos
*sí, el hom!re3ciudadano considera que las mu5eres, los negros o los #roletarios no
ca!en, #orque no son tan hom!res3ciudadanos como los dem+s %l #roletariado locali$a
elementos sos#echosos que con&iene de#urar #ara #reser&ar la #ure$a1 artesanos,
#eque-o3!urgueses, lum#en Se al$an &oces desde el 99% que ha!lan de re!a5ar el
'#orcenta5e( #orque 'se nos #uede meter cualquiera( y es #re"eri!le que 'sólo estemos los
m+s militantes( %n Sol se grita 'esta es nuestra #la$a( contra los #eregrinos que circulan
#or ella cuando el 8a#a &isita >adrid en &erano de HO<<, con&irtiendo de nue&o el es#acio
de cualquiera en un es#acio #ro#io, en una #ro#iedad con un #ro#ietario
Identidad y "icción, sustancia y acontecimiento, #olítica literal y #olítica literaria 7o
1-9
15MP2P Amador Fernández-Savater
Encuentro transdisciplinar Política literal y política literaria
hay "órmula #ara inclinar de un lado la !alan$a de"initi&amente Sólo #odemos construir y
reconstruir, contra los lugares en los que nos cla&a el destino y las ra$ones que los 5usti"ican,
la con"ian$a en las ca#acidades de cualquiera #ara darse un cuer#o nue&o )na y otra &e$,
una y otra &e$
(c) mador !ernández"Savater. #ste te$to puede copiarse y distribuirse libremente% con
o sin finalidades comerciales% con o sin obras derivadas% siempre que se mantenga esta
nota.
)l%unas referencias:
9acques :anci;re, &a lecci'n de lthusser .Salerna, <9G=/
3&os nombres de la historia .7ue&a Bisión, <99H/
3#l desacuerdo .7ue&a Bisión, <99D/
"(ol)tica% polic)a% democracia. Santiago de *hile .*rces3Lom, HOOD/
"#t tant pis pour las gens fatigués .%ditions *msterdam, HOO9/
3+omentos pol)ticos .6la&e intelectual, HO<</
9ose#h de >aistre, *onsideraciones sobre !rancia .Tecnos, <99O/
6harlotte 7ordmann, ,ourdieu-.anci/re% la pol)tica entre sociolog)a y filosof)a .7ue&a Bisión,
HO<O/
*mador Cern+nde$3Sa&ater, ')na re&olución de #ersonas(, 'La :e#0!lica del 99%( y otros
te,tos so!re el <=3> .htt#1MM!logs#u!licoesM"ueradelugarMtagM<=3m y
htt#1MMTTTeldiarioesMautoresMamadorU"ernande$Usa&aterM/
Santiago Ló#e$ 8etit, 'Fes!ordar las #la$as )na estrategia de o!5eti&os( .htt#1MMes#ai3en3
!lanc!logs#otcomesMHO<<MODMdes!ordar3las3#la$as3una3estrategia3dehtml/
Vngel Luis Lara, 'Accu#y Wall Street o la !endita metamor"osis( y otros te,tos so!re los
mo&imientos de las #la$as .htt#1MM!logs#u!licoesM"ueradelugarMcategoryMangel3luis3lara/
Anda 8recaria, '*!ecedario sonoro IB 'Somos #ersonas que hemos &enido li!re y
&oluntariamenteN( .htt#1MMonda#recariacomMHO<<MO9M<EMa!ecedario3sonoro3i&3somos3
#ersonas3que3hemos3&enido3li!re3y3&oluntariamenteM/
:e&ista de %s#ai en @lanc nX =3D1 &a fuerza del anonimato .@ellaterra, HOO9/
2, so!re todo, las con&ersaciones con los amigos del <=3>, es#ecialmente en este caso
8atricia, 6arolina, Vl&aro, Luis, Leo, Suillermo, 9uan y Luisa Y>il graciasZ
170
La democracia
emplazada: memoria
de las plazas, historia
popular y crítica poética
después del 15M
Este texto se pregunta por la memoria de lo que sucedió en las
plazas tomadas de mayo de 2011 en relación con las protestas
que han atravesado el territorio del estado español a partir de
entonces, tratando de entender cómo se construye e imagina una
revolución por venir después de un acontecimiento que se
autodenominó revolucionario. esde el actual ciclo de protestas
!2011"201#$, contextualizo la noción de %attimo y &a'ala so're la
democracia emplazada !democracia (ormal que limita el e)ercicio
de la so'eran*a popular$, y me re+ero a las movilizaciones
pol*ticas de los dos ,ltimos años desde las memorias colectivas y
activistas de las acampadas indignadas. -ara ello, re.exiono so're
las nociones de tiempo, de poes*a, de lengua)e, de v*nculo pol*tico
y de espacio que se construyeron en campamentos y asam'leas,
y me pregunto en qué sentido han contri'uido a la expresión de
las protestas en los años siguientes. Estudio tam'ién cómo las
nociones de memoria del 1/"0 chocan (rontalmente con algunas
ideas (uertes del movimiento so're la importancia o el valor de la
historia, y me interrogo de qué manera, a través de im1genes, de
met1(oras y de otros .u)os de lengua)e que vienen del pasado, es
posi'le interpelar las pulsiones vanguardistas y tecnopol*ticas del
movimiento desde una clave diacrónica. 2 partir del estudio de la
relación entre cani'alismo y revolución, y entre chorizos y
guillotinas, descri'o algunas de las lógicas modernas de la historia
española en contextos de quie'ra institucional y trato de
re.exionar, a partir de ellas, so're la situación presente. 0i
voluntad es extrañar los marcos de interpretación activista,
usando a su (avor los recursos teóricos de los estudios culturales,
como un intento de producir una re.exividad dialogante.
Germán Labrador Méndez
Universidad de Princeton
15MP2P Germán Labrador
Encuentro transdisciplinar La democracia emplazada
La palabra revolución
VOZ DE MUJER EN LA ASAMBLEA- Todos y todas somos
superimportantes. or !a"or# esto no "a a "o$"er a o%urrir &asta
dentro de mu%&o tiempo. Tenemos e$ poder a&ora mismo y e$
mundo nos est' mirando.
UEBLO DE MADR(D- )a &a empe*ado $a re"o$u%i+n. )a &a
empe*ado $a re"o$u%i+n. )a &a empe*ado $a re"o$u%i+n.
Asam,$ea de $a uerta de$ So$ -Madrid.# /0 de mayo de 12//.
-Retransmitida %on un m+"i$ por Juan Luis S'n%&e*..
Dos a3os y %asi medio
/
. ) me sorprendo "o$"iendo otra "e* so,re !ra4mentos de$ /5-M# "6deos#
!$otando %omo pe%ios en e$ &iperespa%io. Trans%ritas de este modo $as "o%es ad7uieren e$ !u$4or
de$ teatro 4rie4o# "esta$es# &etairas# %iudades $e8anas %omo Te,as y $os %oros de sus 4entes
e9puestas a un de%isi"o tran%e. Supon4o 7ue esta es $a %on%ien%ia de $a re"o$u%i+n# $a 7ue
in"ita a &a,$ar as6# sabiéndose mirados por el mundo. :in%o t;rminos di%e esa 8o"en sin nom,re
en dos !rases y no $o duda< tiempo, poder, mundo, mirada y esto -y $a 4ente responde 7ue esto
7uiere de%ir la revolución.. =De d+nde sa%ar' $a "o* para de%ir$os> Es este un momento
histórico a!irmar'n despu;s otras "o%es entre $as mi$es emp$a*adas en So$ $a tarde de$ /0 de
mayo de 12//# %uando se desbordaban $as protestas# a$$6 y en otras tre%e %iudades espa3o$as#
trans!ormando $as %on%entra%iones de $os dos d6as pre"ios -/5 y /? de mayo. en una
insurre%%i+n %o$e%ti"a y pa%6!i%a# 7ue so,repas+ $as pro&i,i%iones de$ estado# $a represi+n
po$i%ia$ y $os intentos de $a Junta E$e%tora$ por su8etar a una %iudadan6a repentinamente
insumisa en su e9presi+n po$6ti%a en e$ espa%io p@,$i%o e indi!erente a$ %a$endario de $as
inminentes e$e%%iones $o%a$es de$ si4uiente domin4o 11.
Me impresion+ "er %+mo $as propias "o%es en $a asam,$ea se tensa,an# %am,ia,an de
tim,re# de 4ra"edad# %+mo $as pa$a,ras 7ue a%ud6an de todas partes pare%6an de!ormar$as. De
$a p$e,e emer46an sus tri,unos. No re%ono%6a a estos %iudadanos %omo %ontempor'neos# %omo
&a,itua$es de mi pa6s. =or7ue 7ui;nes eran> =En 7u; sa$as de espera# en 7u; auto,uses no
$os &a,6a en%ontrado> =En 7u; %o$e4ios p@,$i%os distintos estudiamos> =De 7u; $u4ar sa$6an
e$$os y e$ $en4ua8e 7ue usa,an>
1 Este te9to $o te8ieron %on"ersa%iones y pistas %on mis otros# 7ue me &a,$an y 7ue me &a%en &a,$ar#
en $as primeras semanas de 8u$io de 12/A. Buiero a4rade%er a$4unas de $as deudas< a A4ustina# a
Lidia -7ue adem's me %orri4ieron e$ te9to.# a Antonio# a Lidia y Jaime y a Ca,rie$# a$ Seminario
Eura%a# a Miriam# a Mar6a# a Lu*# a Martina# a (sa,e$$e# a A$,erto# a Mar%os# a Est&er# a Ana# a Ste!!en
y a Bruno y edro. ) a $os parti%ipantes y or4ani*adores de$ en%uentro /5M1 %e$e,rado en $a
Uni"ersitat O,erta de Bar%e$ona en 8u$io de 12/A -espe%ia$mente a Juan Luis S'n%&e*# por $a %ita de$
ini%io.. ) a $a 4entes de $as %a$$es y $as p$a*as.
172
UOC / IN !edes" Mo#imientos $ %ecnopol&tica
Uni#ersitat Oberta de Catalun$a Internet Interdisciplinary Institute
El mundo nos está mirando. De a%uerdo. ero =desde d+nde> )o $es "i ,a8o $a raya de
otra &ora. Sentado en mi &uso %orre46a e9'menes# y "e6a $a uerta de$ So$ en dire%to# a tra";s
de $a %'mara de "i4i$an%ia de $a Dire%%i+n Cenera$ de Tr'!i%o# 7ue $ue4o apa4ar6an. Vista desde
arriba# $a mu$titud o%upa,a ,orrosamente e$ espa%io# %omo un $67uido denso# trans!ormando %on
sus %uerpos -%omo si &u,iese ne"ado. e$ skyline madri$e3o. E$ nue"o aspe%to de $a p$a*a -=o ya
$o &a,6amos "isto antes así>. resu$ta,a seme8ante a$ de un paisa8e inundado en e$ 7ue
desapare%iesen $as mar%as de$ territorio -anun%ios# pasos de %e,ra# %arri$es de %o%&e#
es%aparates# %omer%ios.. E$ espa%io emer46a enton%es $impio de rastros %omo es%enario de una
nue"a poten%ia$idad po$6ti%a -Bart&es A?-AD..
En $as p$a*as tam,i;n &a,6a periodistas# medios a$ternati"os y %iudadanos an+nimos#
retransmitiendo desde abajo. Mirando desde sus %'maras# a ras de sue$o# no "e6a e$ %uerpo
monstruoso de $a masa %ontinua# ni $a mu$titud an+nima y di!usa# sino a personas 7ue &a,$a,an
%ara a %ara# 7ue ap$aud6an# 4rita,an y a!irma,an< EVi"imos en demo%ra%ia. Somos e$ pue,$oE. A
a$4unas de esas personas se $as "e en ese mismo "6deo# pero no s; 7uienes eran. No s;
7ui;nes eran esas mu8eres# esos &om,res# 8+"enes mu%&os a$ prin%ipio y# %on $os d6as# 4entes
de todas $as edades# 7ue se &a,6an 8untado en $as p$a*as. Eens',amos 7ue no e9ist6amosE
dir6a otro# y su pasado imper!e%to se re!iere a $os a3os de$ ,oom de$ $adri$$o y de $a
ma%roe%onom6a# a3os de desi4ua$dad# de deuda y %orrup%i+n# de p;rdida de poder ad7uisiti"o y
pre%ari*a%i+n de $a "ida# mientras una marea de %apita$es trans!orma,a e$ territorio# ,orrando
otras mar%as# $as de$ mundo a4r6%o$a# de$ mundo industria$# y e$ e%omundo. Esta marea
%onstru%ti"a# a$ retirarse# nos &a de8ado %iudades in&+spitas de %asas sin 4ente# in!raestru%turas
u$tramodernas sin uso a$4uno# $os ras%a%ie$os m's a$tos de Europa in%on%$usos a $a ori$$a de$
mar# %omo $as mar%as de$ mar so,re $a arena# o %omo e9tra3as %on%&as de nauti$os.
Mirada desde el mundo# $a 4ente 7ue %ono%6a yo de mi pa6s =era $a misma 7ue esta,a
a$$6 en todas esas p$a*as> Mirándose en las plazas# $a 4ente se re%ono%i+ de un modo
transparente. :+mo se produ8o esa %omprensi+n mutua inmediata se &a %on"ertido en un
asunto importante a $a &ora de &a,$ar de$ /5-M. Ba8o $as si4$as /5-M se entienden# a$ menos#
%uatro %osas< a. una e9perien%ia &ist+ri%a %o$e%ti"a -un modo de e9perimentar y entender $a
natura$e*a propia de nuestro presente. -$o 7ue Fern'nde* Sa"ater $$ama un clima-.# ,. un
mo"imiento po$6ti%o-so%ia$ -una serie de redes a%ti"istas y sus a$rededores.# %. un $en4ua8e#
unas pr'%ti%as y una !i$oso!6a -e$ pensamiento quincemayista. y d. un a%onte%imiento &ist+ri%o
%on%reto# 7ue su%edi+ en $a prima"era de 12//# %uyo epi%entro dur+ una semana y $as r;p$i%as
7ui*' un par de meses. La %uesti+n de$ reconocimiento -e$ poder de identi!i%arse y de ser
identi!i%ado %omo parte a%ti"a de un mundo. a!e%ta a todas e$$as. ara e9p$i%ar %+mo !un%ion+ y
para pensar %+mo debería funcionar se insiste mu%&o en dos e$ementos %om,inados< $a
,@s7ueda de $a in%$usi"idad -$a "o$untad de resa$tar $os e$ementos %omunes. y $a neutra$i*a%i+n
estrat;4i%a de $as identidades so%ia$es preesta,$e%idas# a tra";s de m's%aras po$6ti%as# unas
i%+ni%as -%omo $a de Cuy FaGHes en for endetta. y otras $in4I6sti%as -enun%iados po$6ti%os
de$ tipo EJsomosK %iudadanas y %iudadanos en 4enera$E. -Fern'nde* Sa"ater 12/1,# 12/1%..
ero# si atendemos a $as memorias de a7ue$$os d6as# a $os m@$tip$es re$atos a%ti"istas#
&ay a$4o m's< para re%ono%erse 8untos e i4ua$es %omo un su8eto po$6ti%o nue"o# adem's# se
re7uiri+ a$4o as6 %omo un estado de !racia# un !ue4o nue"o. De sentimiento de entusiasmo
po$6ti%o !ue ne%esario aprender a &a,$ar para# despu;s# no parar de &a,$ar nun%a de ;$ -nada
173
15MP2P Germán Labrador
Encuentro transdisciplinar La democracia emplazada
importa m's a $os enamorados 7ue su propio amor# nada importa m's a $os emp$a*ados 7ue su
propia p$a*a.. Todas $as 4entes &a,$ando en a7ue$$as 8ornadas se dir6an i$uminadas. Sus
pa$a,ras pare%6an ad7uirir %omo un ,ri$$o 7ue $a "ida diaria# m's po,re# redu%ida# %ie4a# no nos
%on%ede. Loy me sorprende# desde $os %$ips de $a memoria di4ita$# $a !e 7ue $es inunda.
Las interpreta%iones desde $a tecno"política -sa,eres 7ue estudian e$ uso de $as nue"as
te%no$o46as en $a mo"i$i*a%i+n po$6ti%a# %on e$ &ori*onte a%ti"ista de posi,i$itar una demo%ra%ia
dire%ta# v#!# RodotM. pre!ieren usar met'!oras neurona$es para a%er%arse a $os misterios de $o
su%edido en mayo de 12// -$ecnopolítica, internet y %"evoluciones.. As6# %ada indi"iduo
%one%tado -%iudadano-cybor!. ser6a %omo una neurona y $as redes so%ia$es y $as nue"as
te%no$o46as sus neurotransmisores. Operando 8untos sur4ir6a una nue"a inte$i4en%ia %o$e%ti"a#
7ue no est' en nin4@n sitio pero 7ue est' en %ada sitio. ESomos neuronas de un p$aneta "i"o.
:one%t;monosE# de%6a otro %arte$ en So$ en 12//. Se &a,$a de$ tiempo post"humano de $as
multitudes inteli!entes. Desde $a $in4I6sti%a %o4niti"a se ar4umenta# a$ tiempo# 7ue esa !un%i+n
-$a de arti%u$ar $a inte$i4en%ia %o$e%ti"a- es pre%isamente $a 7ue %ump$e antropo$+4i%amente la
cultura# y espe%6!i%amente e$ len!uaje -LaHo!!.. =A%aso $as nue"as te%no$o46as &a,r6an
produ%ido un %am,io antropo$+4i%o ya y dónde> Este de,ate &oy o%upa a parte de$
pensamiento a%ti"ista# 7ue se pre4unta si tienen %ontenidos propios $os nue"os medios en si
mismos -=&ay una sustancia activista en $as redes so%ia$es# en tanto 7ue tecno"forma# m's a$$'
de su uso activista>. y# por tanto# si uti$i*ados para $a eman%ipa%i+n %o$e%ti"a produ%ir'n nue"os
tipos de protestas.
Si4uiendo %on $os %o4niti"istas# =$a %on%ien%ia po$6ti%a se e9perimenta en $os a%tos de
%omuni%a%i+n o en $os mensa8es> =&ucede a$ %omuni%ar %ontenidos o está propiamente en e$
$en4ua8e ,a8o $a !orma de conceptos> Aun7ue tam,i;n e9iste una ter%era posi,i$idad 7ue
resume $as dos anteriores< 7ui*' su%ede en $a comunicación del len!uaje. Es de%ir# $a repentina
toma de conciencia política a tra";s de un pro%eso de reconocimiento# =tiene a$4o 7ue "er %on
$a %omuni%a%i+n de otros usos posi,$es de$ $en4ua8e># =puede estar re$a%ionada %on $a %rea%i+n
de otras a%ep%iones posi,$es para $a $en4ua po$6ti%a %ono%ida> En mi perspe%ti"a# ese modo de
"in%u$ar e$ reconocimiento y $a intercone'ión permite o,ser"ar $a parti%u$ar e9perien%ia afectiva
de a7ue$$os d6as desde otra +pti%a. ara de!inir$a podemos emp$ear un %on%epto desarro$$ado a
partir de $a !i$oso!6a de$ tiempo -Nose$$e%H.< la aceleración lin!(ística. Se tratar6a de$ pro%eso
%o$e%ti"o de %rear y de %ompartir una nue"a $en4ua# de "er %+mo $as pa$a,ras "ie8as ad7uieren
nue"os sentidos# mientras $os "ie8os si4ni!i%ados se "ue$"en opa%os e indes%i!ra,$es.
En a7ue$$os d6as de 12// se pusieron a %ir%u$ar mi$es de $emas# en soportes e!6meros
-pape$es# s',anas# %artones....# en un tra,a8o inmenso de produ%%i+n de una cultura efímera.
Esos enun%iados po;ti%os -slo!ans. informaban# es de%ir# produ%6an información a$ ser
produ%idos %omo formas. A%tua,an as6 %omo "erdaderas pa$an%as 7ue mo"6an $as pa$a,ras
4astadas de $a $en4ua po$6ti%a %om@n &a%ia %ampos $;9i%os des%ono%idos. rodu%6an e$ %am,io
sem'nti%o< revolución# pueblo# ciudadano# democracia# representación... E$ si4ni!i%ado de$
%on8unto de$ "o%a,u$ario po$6ti%o ,'si%o moderno &a,6a "ue$to a redes%ri,irse en %uesti+n de
d6as# sino de &oras.
E$ %on8unto de ta$es !ra4mentos po;ti%os %onstruy+ una %u$tura po;ti%a. Toda %u$tura
po;ti%a se &a%e %on !ra4mentos. No re%ordamos poemas enteros %on $a misma !a%i$idad 7ue
nos %onmue"e un "erso de Le+n Fe$ipe o de E$p&ome4a. Una %u$tura po;ti%a es una %u$tura de
174
UOC / IN !edes" Mo#imientos $ %ecnopol&tica
Uni#ersitat Oberta de Catalun$a Internet Interdisciplinary Institute
memoria# sir"e para nom,rar $a "ida. Las %u$turas po;ti%as -m's a@n $as de %ar'%ter ora$.
tienden a ser inte4radoras< %ua$7uiera 7ue 7uiera puede remitirse a e$$as para or4ani*ar su
propia e9perien%ia mediante "ersos. A$$6 parti%ipar imp$i%a re-%rear# %onser"ar y &eredar -On4..
E$ /5-M !un%iona %on esa $+4i%a po;ti%a< sus "ersos se in%orporan y se usan. Sus $emas y sus
tGeets $os "emos %ir%u$ar# pertene%er# pro%eder en protestas 4$o,a$es. Reapare%en en $as
p$a*as de Tur7u6a -E$a re"o$u%i+n no ser' te$e"isadaE.# en $as %a$$es de Brasi$ -Edis%u$pe os
trastornos# estamos mudandoE# E!ormatando o Brasi$ en A# 1# /...E.. :ada una de $as !rases
emer4idas en $as p$a*as de$ mundo tiene a sus espa$das su propia &istoria po;ti%a.
La aceleración lin!(ística -$a sensa%i+n de 7ue se est' produ%iendo un %am,io repentino
de si4ni!i%ados en $as pa$a,ras. es propia de $a e9perien%ia po$6ti%a y est;ti%a durante un e"ento
re"o$u%ionario. Se %orresponde %on $a sensa%i+n de 7ue e$ tiempo# de pronto# se a%e$era y
!orma# por as6 de%ir# un tiempo de e9%ep%i+n. Mientras a tu a$rededor %am,ia e$ $en4ua8e# te
re%ono%es en $os dem's y te e9tra3as de ti mismo. Dentro de ese t@ne$ &ay mu%&o por &a%er y
muy po%o tiempo para &a%er$o. Nada importa m's a un emp$a*ado 7ue $os p$a*os# a un
&ipote%ado nada m's 7ue su &ipote%a. La "o* de$ /0-M 7ue apare%i+ a$ prin%ipio de estas
p'4inas &a,$a,a de $a ne%esidad de 8untar poder, tiempo y revolución. Ten6a 7ue ser ahora#
por7ue esto no va a volver a ocurrir hasta dentro de mucho tiempo# La o%upa%i+n de$ tiempo
disponi,$e !ue %entra$ en $as protestas< E=Bu; &ora es> OLora de despertarPE# de%6an $os
%arte$es# 7ue tam,i;n a!irma,an E)a era &oraE# ETu "ida es a&oraE o EEs m's tarde de $o 7ue
%reesE. La,$ar de $a re"o$u%i+n era &a,$ar de$ tiempo# de$ 7ue se ten6a y de$ 7ue 7ueda,a. Se &a
&a,$ado mu%&o de $a $u%&a entre e$ tiempo de$ mundo -%ronos. y e$ tiempo de $as p$a*as -Hairos.
-:ipriani.. Cianni Vattimo y Santia4o Za,a$a# a!irman 7ue e$ tiempo de$ neo$i,era$ismo es un
tiempo sin ur!encia# un tiempo 7ue va muy deprisa pero 7ue no est' impaciente# ya 7ue no está
esperando -por7ue $o 7ue tiene que suceder en rea$idad ya estar6a su%ediendo.. Frente a esa
!a$ta de espera y de impa%ien%ia# en $a tarde de$ /0-M se sent6a la ur!encia del tiempo.
So$ es e$ )i! )an! de$ tiempo de protestas en 7ue "i"imos< a$$6 se crea el nuevo tiempo
-EDorm6amos. Despertamos. $a*a tomadaE.. Todas $as $6neas de a%%i+n po$6ti%a 7ue &an
sur4ido en estos dos @$timos a3os pueden re%ono%erse en semi$$a en asam,$eas y %arte$es#
$$amadas a !ormar 4a$a9ias y %onste$a%iones en $os a3os si4uientes. =ero por 7u;# desde e$
ini%io# $as protestas !ueron nost'$4i%as de si mismas -ENadie podr' des%o$4ar estos mensa8es de
tu mente# %uando %ai4a e$ @$timo %arte$E.> Bui*' para poder o%upar ese tiempo nue"o# 7ue
pare%6a a,rirse por de$ante# des%ono%ido# &a%6a !a$ta un $u4ar desde e$ 7ue poder mirarse y
%omprenderse. ara "er e$ /5-M &a,6a 7ue in"entarse una posteridad< un !uturo para despu;s
de$ /5-M -E=Bu; $es "as a de%ir a tus &i8os %uando te pre4unten d+nde esta,as> ="iendo $a
te$e>E.. ensar &a%ia e$ !uturo $o &a%6a todo mu%&o m's importante# sentir 7ue pod6a no durar# a
pesar de tra,a8ar morta$mente para 7ue s6 durase.
La idea de la revolución sur46a de un %on8unto de per%ep%iones &ist+ri%as %om,inadas
7ue $a &i%ieron inap$a*a,$e. De un $ado# $a impoten%ia de sentir# de repente# 7ue e$ 'm,ito de
de%isi+n po$6ti%a se &a,6a desp$a*ado de $as institu%iones demo%r'ti%as estata$es a$ espa%io
!inan%iero transna%iona$ -EMandan $os mer%ados y no $os &e "otadoE.. De otro $ado# sa,er 7ue
ese pro%eso es $a %onse%uen%ia de uno anterior< $a %omer%ia$i*a%i+n de las vidas -ELa "ida Jse
"endeK a p$a*osE# ESi te %ompras una "ida nun%a a%a,ar's de pa4ar$aE.. Lo persona$ y $o
ma%roe%on+mi%o se entend6an arti%u$ados por una misma re$a%i+n entre tiempo# deuda y
175
15MP2P Germán Labrador
Encuentro transdisciplinar La democracia emplazada
consumo 7ue# en $as p$a*as# se "e6a# de pronto# interrumpida. :uando $as 4entes se "ieron
emplazadas# supieron 7ue de,6an oponerse a $a "e* a$ desplazamiento de $a %iudadan6a y a$
reemplazo de $o po$6ti%o por $a !estión. Tam,i;n a$ aplazamiento de $a "ida en nom,re de$
%onsumo. La deuda puede %re%er sin tener $6mites pero nuestro tiempo s6 est' $imitado< de esa
ne%esidad de emplazamiento sur4e $a utopía poética de una revolución inaplazable.
En su *omunismo hermenéutico -%uyo t6tu$o a$ude a $a distinta interpreta%i+n de$ mundo
7ue re%$aman y re7uieren $os perdedores de la historia.# Vattimo y Za,a$a &a,$an de $a
Edemo%ra%ia emp$a*adaE -framed democracy.# %omo a7ue$$a @ni%a 7ue &oy se di%e posi,$e en e$
%ampo de$ te%no-%apita$ismo neo$i,era$ 4$o,a$i*ado. La democracia emplazada se presenta
%omo $a @ni%a $e46tima en e$ e8er%i%io de esta,$e%er %on pre%isi+n sus $6mites -$o 7ue no es
demo%r'ti%o# $o 7ue 7ueda !uera de $a demo%ra%ia# $o 7ue no puede ser dis%utido# et%... Esta
demo%ra%ia framed no responde a !undamentos de representa%i+n popu$ar# ni de redistri,u%i+n
so%ia$. Frente a e$$a# Vattimo y Za,a$a sostienen 7ue $a po$6ti%a de $a democracia por venir de,e
,asarse en $a interpretación# $a historia y e$ acontecimiento. Esas son $as tres $6neas 7ue estoy
si4uiendo en este te9to# ap$i%adas a$ %aso espa3o$# tratando de %om,inar$as.
Ta$ y %omo estoy usando e$ t;rmino# una $e%tura emplazada de $as protestas en Espa3a
puede ser"ir para pensar 7ue tomar %on%ien%ia de $a %ondi%i+n $imitada# !orma$# placista de $as
demo%ra%ias o%%identa$es no puede separarse de$ %uestionamiento &e%&o por sus %iudadanos
en $as p$a*as. Este es un modo de entender %r6ti%amente $a demo%ra%ia &oy# %omo $a ne%esidad
de localización de los cuerpos !rente a un desplazamiento de lo político.
Me gustas democracia porque estás como ausente
Un e8emp$o menor y m's %on%reto siempre puede tener un e!e%to pro,atorio. En 12/2# Ja"ier
Nra&e pu,$i%+ su dis%o $oser y *antar. Una de sus %an%iones -+,y, -emocracia.. toma,a un
%ono%ido "erso de Neruda -EMe 4ustas %uando %a$$as por7ue est's %omo ausenteE. para dar$e
$a "ue$ta -EMe 4ustas# demo%ra%ia# por7ue est's %omo ausenteE.. La %an%i+n &a,$a,a de $a
%risis de $e4itimidad de $a demo%ra%ia !orma$ en $os t;rminos de un matrimonio ,ur4u;s< $a "ida
a!e%ti"a de$ %iudadano Nra&e# tras treinta a3os %asado %on Demo%ra%ia# se en!ria,a -Eme 4ustas
pero a "e%es 7uerr6a tenerte m's presenteE.. E$$o# $o 7ue $$e"a a anun%iar su di"or%io# es de%ir#
su renun%ia a$ "oto -Eno %uentes %on 7ue "aya &a%ia ti %uatrianua$mente# Qno %ompartamos m's
$a %ama#Q "amos a separarnos %i"i$i*adamente.Q ) si4ue t@ "i"iendo de tu !amaE..
:uando Ja"ier Nra&e anun%ia de este modo su desa!e%%i+n po$6ti%a $o &a%e %omo
representante de $a 4enera%i+n 7ue mar%+ $a %u$tura de $a transi%i+n a $a demo%ra%ia y %omo
uno de $os "ie8os poetas de$ mundo anti!ran7uista. En /DR/# Nra&e %o$a,or+ en e$ %;$e,re '$,um
/a Mandrá!ora# %ima y supera%i+n de $a %an%i+n protesta de $os a3os setenta -%on temas
sat6ri%os %omo ,divina, adivinanza# donde se parodia e$ entierro de Fran%o# ;4$o4as %omuneras
%omo 0os ocupamos del mar y denun%ias de $a pena de muerte %omo /a 1o!uera.. Si su
4enera%i+n suministr+ $os %uadros po$6ti%os de $a so%ia$demo%ra%ia# tam,i;n esta,$e%i+ $os
"a$ores de $a %u$tura &e4em+ni%a espa3o$a de $as @$timas d;%adas -$a de $as %$ases medias
i$ustradas a $a 7ue pertene%emos mu%&os de $os parti%ipantes de este mono4r'!i%o.. E$ %i%$o
,io$+4i%o de $os sesentaio%&istas espa3o$es %oin%ide %on e$ %i%$o de$ estado de$ ,ienestar. )a
%omo sus %6ni%os responsa,$es o ya %omo $os deso$ados espe%tadores# $a 4enera%i+n pro!re
176
UOC / IN !edes" Mo#imientos $ %ecnopol&tica
Uni#ersitat Oberta de Catalun$a Internet Interdisciplinary Institute
"e &oy derrum,arse todo a7ue$$o en $o 7ue se !und+ $a idea de demo%ra%ia en Espa3a
-edu%a%i+n p@,$i%a# sanidad p@,$i%a# dere%&os $a,ora$es# pa* so%ia$# ,ienestar e%on+mi%o#
8u,i$a%i+n# %a$idad de "ida# $i,ertades %6"i%as.....
La %an%i+n de Nra&e !ue emplazada %omo un !ra4mento m's de rea$idad no"6sima. En $a
p$a*a# $a !rase ad7uiri+ ,ri$$o# $a ur4en%ia antes men%ionada. Su %ondi%i+n de pa$an%a. Es%rita
so,re una pie$ %ua$7uiera 4rita,a< EMe 4ustas demo%ra%ia por7ue est's %omo ausenteE. Su
!uer*a $a &i*o repetirse# %itarse# &asta en%ontrar su $u4ar en e$ ar%&i"o po;ti%o de$ /5-M. Este
$ema e9itoso %rista$i*a una de $as ideas %entra$es de$ mo"imiento# $a %r6ti%a entre !ormas y
!ondos# entre $a demo%ra%ia rea$ por "enir -Edemo%ra%ia rea$ yaE. y $a !a$sa demo%ra%ia de $as
institu%iones -E7ue no nos representanE.. Si Nra&e entend6a $a desa!e%%i+n po$6ti%a %omo una
ruptura sentimenta$# otro tanto su%ed6a en $as p$a*as# %on $emas tan poderosos %omo Eno es una
%risis< es 7ue ya no te 7uieroE o Esi !o$$ar %ada %uatro a3os no es "ida se9ua$# "otar %ada %uatro
a3os no es demo%ra%iaE -en mi memoria resona,an pare%idos $emas de $os a3os setenta<
E%uando en $as %ortes se !o$$e# "otadE# Euna urna puede ser e$ me8or de $os preser"ati"osE.. En
todos estos %asos se entend6a 7ue e$ pa%to %onstituyente 7ue !undamenta,a $a demo%ra%ia# ta$
y %omo $a %ono%emos desde /D0R# no era s+$o un pa%to po$6ti%o# era un pa%to $i,idina$ -y un
pa%to de $en4ua8e.# y 7ue este se &a,6a roto de pronto. Las 4entes a$$6 reunidas# %on todas sus
"idas por de$ante# 7uer6an e$ di"or%io s6# pero no para Ede8ar de "otarE# %omo Nra&e# sino para
empe*ar una nue"a "ida en %om@n# 7ui*' %on otras 4entes# 7ui*' para "otar todo e$ rato# 7ui*'
para %on"o%ar su huel!a humana indefinida -Fontaine.. Buer6an separarse de sus
representantes po$6ti%os y de $as institu%iones 7ue se arro4a,an su representa%i+n.
Se di%e 7ue $a 4ente se emplazó %on todo tipo de %osas# %ada uno %on $as suyas y %ada
uno se interes+ por $as de$ otro. :ada !rase de $as p$a*as tiene su propia &istoria po;ti%a.
Vienen de a$4@n sitio. E9ist6an antes. :omo $a 4ente tra8o mu%&as# &a,6a una 4ran a,undan%ia.
Esa ri7ue*a resu$t+ e9p$osi"a# por7ue eran %osas 7ue# a$ %ompartirse# no desapare%6an# sino
7ue se mu$tip$i%a,an. A prop+sito de otras e9perien%ias de mu$tip$i%a%i+n popu$ar de $a %u$tura#
$as de $as Misiones 2eda!ó!icas de $os a3os treinta# Jos; Va$ de$ Omar# enton%es un 8o"en
"an4uardista "isionario y $or7uiano# &a,$ar6a m's tarde de $as Ematem'ti%as de DiosE# a7ue$$as
donde E%uanto m's das# m's tienesE -,!uaespejo !ranadino /D55.. Esa a,undan%ia m'4i%a# de
i$imita%i+n de ,ienes inmateria$es# a$imenta,a $a $+4i%a de $o 7ue su%ede 8untos a$ emp$a*arse# $a
$+4i%a de a7ue$$o 7ue permite re%ono%erse.
A$ &a,$ar de$ /5-M sue$en proponerse dos tipos de en!o7ue# 7ue no son in%ompati,$es.
Unos "ue$"en a $a %uesti+n de $os or64enes -=est'n en $a rea%%i+n %6"i%a ante $os atentados de
Ato%&a en 122S># =en $as protestas ante e$ &undimiento de$ petro$ero 2resti!e># =en e$
a%ti"ismo hacker y $a oposi%i+n a $a $ey de propiedad inte$e%tua$ de $a ministra Sinde de 12//>#
=en $a &eren%ia de $as $u%&as %6"i%as de $a transi%i+n># =en $a memoria %u$tura$ de$ anar7uismo
i,;ri%o># =en $a rima"era Tra,e>.. Otros insisten en e$ %ar'%ter @ni%o de$ a%onte%imiento# en e$
poder tota$# sin4u$ar e irrepeti,$e de$ e"ento po$6ti%o 7ue trans!orma e$ mundo. En esta se4unda
entrada# resu$ta %o&erente des%ri,ir $a desa!e%%i+n respe%to de$ orden po$6ti%o de /D0R %omo e$
!in de un matrimonio# en tanto y %uanto $as protestas !ueron narradas %omo un enamoramiento
%o$e%ti"o# %omo un roman%e %6"i%o. ENos enamoramos de $a re"o$u%i+nE# $o di8o un e4ip%io en e$
ani"ersario de $a suya. Un r+tu$o en $a uerta de$ So$ en mayo de 12// a!irma,a 7ue Ee$ poder
177
15MP2P Germán Labrador
Encuentro transdisciplinar La democracia emplazada
nos teme por7ue $a re"ue$ta enamUraE. Los pa%tos po$6ti%os %onstituyentes son pa%tos
$i,idina$es -Fontaine..
La democracia ilegítima
En $as protestas de mayo de 12// $os %iudadanos emp$a*aron a sus representantes a 7ue
%ump$iesen sus demandas destituy;ndo$es sim,+$i%amente -Eno nos representanE.. idieron e$
di"or%io. En 8u$io# $os representantes po$6ti%os sim,+$i%amente destituidos $es en"iaron a $a
po$i%6a.
) $os des-p$a*aron< desa$o8aron pro4resi"amente $os di!erentes %ampamentos y#
apro"e%&ando $a "isita de$ apa a Madrid por $a Jornada Mundia$ de $a Ju"entud# demo$ieron $as
%onstru%%iones 7ue 7ueda,an en $a a%ampada de So$. As6# dos meses despu;s# y no sin $u%&a#
se a%a,aron $os %ampamentos. La p;rdida de $as p$a*as resu$t+ un trauma %o$e%ti"o para e$
mo"imiento. En ,uena medida# toda $a a%%i+n posterior tiene 7ue "er %on e$ pro%esamiento de
esa derrota# %on %+mo "i"ir$a# %on %+mo $eer$a positi"amente. Lo %$aro es 7ue $a sa$ida de $as
p$a*as mar%+ e$ ini%io de un tiempo distinto. Su frame ine"ita,$e es e$ de $a e9pu$si+n ,6,$i%a de$
Jard6n de$ Ed;n po$6ti%o. E$ !ina$ de $a ino%en%ia.
Desde enton%es $os 7uin%emayistas "a4an desp$a*ados# sin p$a*as. Despu;s de $as
a%ampadas %omen*aron toda una serie de marchas indi!nadas# dentro de $as %iudades# dentro
de$ pa6s y entre %apita$es de Europa. E$ "erano de 12/1 estu"o mar%ado en Madrid por $a
$$e4ada de $a marcha minera -La,rador M;nde* /a 3uimera Esférica.. Loy son $as mareas# :on
m's o menos dosis de De$eu*e# $a no%i+n de nomadismo resu$ta %entra$ dentro de$ mo"imiento.
Tam,i;n para su intelli!entzia. :ada uno $o teori*a %omo puede. E$ frame a%tua$ es e$ ;9odo
,6,$i%o. Los mo"imientos so%ia$es "a4an por e$ desierto de$ presente# siempre id;nti%o a si
mismo# %on $a promesa de 7ue un d6a# %uando menos nos $o esperemos# &a,remos $$e4ado de
pronto a $a tierra prometida de $a %ep4blica del 556.
En oto3o de 12// &u,o e$e%%iones 4enera$es. E$ /5-M &a,6a su4erido dos $6neas de
a%tua%i+n< e$ no "oto de Ja"ier Nra&e -Epara 7u; "otaros# sin mandan $os mer%adosE. o una
dispersi+n de$ "oto 7ue sir"a para romper $a $+4i%a ,ipartidista 7ue &a,r6a se%uestrado $a
"o$untad popu$ar -Edemo%ra%ia en Espa3a V trastorno ,ipo$ar %r+ni%oE.. Am,as op%iones
tu"ieron un impa%to re$ati"o en resu$tados. ero $o $$amati"o !ue 7ue# sin apenas 4anar "otos -un
5W m's.# e$ arras+ en $as e$e%%iones de$ 12 de No"iem,re. Las %onse%uen%ias o%u$ta,an $as
%ausas< se &a,6a derrum,ado $a !uer*a &e4em+ni%a de $a %u$tura espa3o$a demo%r'ti%a# e$
SOE de Fe$ipe Con*'$e* y de Zapatero. La,6a perdido e$ A5W de sus "otos -m's de %uatro
mi$$ones. y %onse4uido su peor resu$tado en $a demo%ra%ia. Un 4i4ante a$ desp$omarse &ar'
ruido aun7ue se tape $a ,o%a para no 7ue8arse# y# as6# $as ;$ites de$ SOE ni se mo$estaron en
e9p$i%ar $os resu$tados -Euna %risis intensa y muy %am,iante &a sido $a %ausaE 8unto %on Eerrores
de 4esti+n y de %omuni%a%i+nE El Mundo 1? de no"iem,re.. are%6an sentirse a$i"iados de
poder en%ar4ar a otros $a $i7uida%i+n de$ ,ienestar de$ estado 7ue e$$os mismos &a,6an
%onstruido y 7ue dos d;%adas $ue4o no 7uisieron de!ender.
En mi perspe%ti"a# e$ e!e%to de$ /5-M so,re $a po$6ti%a par$amentaria &a sido muy %$aro<
representa $a ruptura de$ pa%to $i,idina$ 7ue se ini%ia %on $a "i%toria de Fe$ipe Con*'$e* en $as
e$e%%iones de /DR1 y 7ue %onstituye de facto $a !unda%i+n %u$tura$ de $a demo%ra%ia. La
178
UOC / IN !edes" Mo#imientos $ %ecnopol&tica
Uni#ersitat Oberta de Catalun$a Internet Interdisciplinary Institute
supuesto e$ !ina$ -=de!initi"o>. de$ matrimonio de conveniencia 7ue una amp$ia parte de $a
so%iedad -$a 7ue yo $$amar6a $a Ei*7uierda so%io$+4i%aE. manten6a %on e$ SOE y %on $a %u$tura
po$6ti%a y mora$ 7ue e$ SOE representa. Se4@n a7ue$ a%uerdo t'%ito# $os %iudadanos "ota,an o
no a $os so%ia$dem+%ratas mo"idos por una me*%$a de a!e%tos %6"i%os# %'$%u$os e$e%tora$es#
%omp$i%idades ideo$+4i%as y ,ene!i%ios e%on+mi%os. Estos a!e%tos eran inesta,$es# en !un%i+n
de $as %ir%unstan%ias en $as 7ue &an tenido $u4ar $as di!erentes e$e%%iones. En e$ !ondo# ,uena
parte de $as %$ases medias 7ue $e da,an su apoyo# %re6an 7ue $a "isi+n de$ mundo de$ SOE#
%on todas sus %ontradi%%iones ideo$+4i%as y mora$es y# 7ui*' pre%isamente !racias a ellas#
4aranti*a,a tam,i;n $a %a$idad de$ ,ienestar materia$ 7ue di%&as %$ases medias dis!rutaron
&asta $$e4ar a $a %risis -Esposito.. Este matrimonio sin amor es e$ 7ue rompe Ja"ier Nra&e# 8usto
%uando e$ dinero se a%a,a# y %uando tam,i;n %am,ia $a manera de redistri,uir$o so%ia$mente.
Sospe%&o 7ue $os &i8os uni"ersitarios de esta 4enera%i+n# 7ue per%i,ieron a,undantes ra%iones
!ami$iares de ese ,ienestar# no esta,$e%imos %ompromisos a!e%ti"os tan intensos# o $os
retiramos# %uando tomamos %on%ien%ia de 7ue ese pa%to po$6ti%o-e%on+mi%o -,ienestar materia$
a %am,io de de$e4ar e$ e8er%i%io po$6ti%o. no nos i,a a ser o!re%ido en tanto 7ue 4enera%i+n.
=Bu; era a7ue$ !amoso no nos falles si no parte de una "o$untad 4enera%iona$ de heredar e$
%ompromiso $i,idina$ de /DR1 "einte a3os m's tarde# de !irmar una &ipote%a po$6ti%a seme8ante>
:omo 4enera%i+n# &a%ernos %ons%ientes de e$$o tomar6a un po%o de tiempo# a$ menos $os dos
a3os 7ue median entre e$ 0o nos falles y e$ 0o vas a tener una casa en la puta vida de$
mo"imiento de ivienda -122?..
La so%ia$demo%ra%ia espa3o$a &a &eredado de$ !ran7uismo un pensamiento paterna$ista
en $o 7ue respe%ta a $a ima4ina%i+n demo%r'ti%a# 7ue no %on%ede a sus representados $a
%ondi%i+n de %iudadanos de p$eno dere%&o# ni $es permite re%$amar e$ e8er%i%io po$6ti%o sin $a
media%i+n partidista. Los $6mites de$ $u4ar 7ue $a %iudadan6a o%upa en $a democracia emplazada
$os re%ord+ e$ propio Zapatero a prop+sito de $as protestas indi4nadas< E&ay 7ue es%u%&ar y ser
sensi,$e# tienen dere%&o a e9presar su ma$estarE# di8o e$ /D de mayo a $os medios# pero no
in%$uy+ ni una pa$a,ra so,re $os %ontenidos %6"i%os de $as re%$ama%iones de$ mo"imiento. En $as
e$e%%iones de no"iem,re de 12//# $a %u$tura de $a so%ia$demo%ra%ia espa3o$a# despu;s de
treinta a3os de !ide$idad a si misma# de%idi+ sui%idarse $an*'ndose a$ "a%6o e$e%tora$. A$4o
seme8ante su%edi+ en e$ %aso 4rie4o de$ ASON.
Los mani!estantes !ueron e9pu$sados de sus p$a*as. ero# a %am,io# e$ 4o,ierno -y e$
estado. tu"ieron 7ue pa4ar un a$to pre%io en $e4itimidad. E$ poder tu"o 7ue representar $a
represi+n. Le dio $a ra*+n a sus %iudadanos %r6ti%os a$ poner en es%ena su %ondi%i+n no
demo%r'ti%a. Las p$a*as %erradas y o%upadas por $a po$i%6a# $os diputados prote4i;ndose de su
pue,$o# $a pista de &ie$o ocupando $a $a*a de :ata$unya en Bar%e$ona en e$ oto3o de 12// -$o
7ue se $ey+ %omo un intento %$aro de con!elar las protestas.# !ueron todos episodios de esta
+pera. :ons%ientes de $a p;rdida de $e4itimidad# $as institu%iones demo%r'ti%as %am,iaron su
$en4ua8e# se armaron de un ra*onamiento %oer%iti"o -de$ tipo recuerda que lo mejor es enemi!o
de lo bueno.# %$'si%o de $a demo%ra%ia framed# y %omen*aron a a!irmar 7ue se ha permitido la
usurpación de la vía p4blica# 7ue los movilizados están manipulados y 7ue han cruzado la raya
roja. :omen*+ $a %rimina$i*a%i+n de $os %iudadanos y $a represi+n de $os mo"imientos. Dos a3os
despu;s e$ :on4reso de $os Diputados se en%uentra en estado de ,$inda8e permanente.
179
15MP2P Germán Labrador
Encuentro transdisciplinar La democracia emplazada
Si $a 4ente pidi+ e$ di"or%io# a&ora e$ estado 7uiere $$e"ar e$ %o%&e# $a %asa y $a %ustodia
de $os ni3os. Esta a%titud# a%e$erada desde 12//# se &a entendido %omo un pro%eso de
acumulación por desposesión# es de%ir# una trans!eren%ia in8usta de $o p@,$i%o a $o pri"ado
-Lar"ey.. La de!ensa de un estado de ,ienestar en pe$i4ro de desapari%i+n &a sido e$ e8e
tem'ti%o de $as protestas de $os dos @$timos a3os# "in%u$adas %on $a %r6ti%a de $a demo%ra%ia
e9istente. ) es 7ue $as trans!eren%ias de re%ursos -los recortes. a!e%tan 8ustamente a $os
e$ementos identi!i%adores de la democracia# a7ue$$os 7ue 4aranti*aron $a %o&esi+n so%ia$
durante $os @$timos treinta a3os. E$ ritmo es "erti4inoso< $a pri"ati*a%i+n de $a sanidad# e$
en%are%imiento de $a uni"ersidad# $os re%ortes en $a edu%a%i+n p@,$i%a# $a pri"ati*a%i+n de
in!raestru%turas y de ser"i%ios ,'si%os# e$ a$ar4amiento de $a 8u,i$a%i+n y e$ deterioro de$ sistema
de pensiones# $a re!orma $a,ora$# e$ sa$do de $as %a8as de a&orros y de sus sto%Hs de "i"ienda
tras $a so%ia$i*a%i+n de sus deudas i$e46timas... A$ mismo tiempo# e$ aumento de$ paro &asta
%i!ras inima4ina,$es pone en primer t;rmino otra restri%%i+n# m's 4ra"e< se est' impidiendo e$
a%%eso de $a po,$a%i+n a un sa$ario# al dinero. Las "idas de un n@mero %re%iente de %iudadanos
"en amena*ada su super"i"en%ia -vidas subprime. -La,rador M;nde* 12/1.. Vue$"e e$ &am,re.
Se "ue$"en a &a%er "isi,$es %omo nun%a $a e9isten%ia de %$ases so%ia$es. Lay 7ue pensar
siempre d+nde y a 7ui;n 4o$pea primero un meteorito a$ %&o%ar %ontra e$ sue$o.
Si e$ motor de %re%imiento era $a deuda# a&ora e$ motor de$ de%re%imiento es e$ pa4o de
esa deuda# trans!erida &a%ia $os %iudadanos. :omo te$+n de !ondo# a$4unos %r6ti%os &a,$an de
una reestru%tura%i+n de $os sistema produ%ti"os -y de$ espa%io 4eopo$6ti%o. en Espa3a y en e$
sur de Europa. Estas trans!eren%ias ser6an $os pasos pre"ios en e$ pro%eso de re%on!i4urar una
inmensa 'rea de re%reo mediterr'nea# 4estionada por %orpora%iones e9tran8eras< turismo#
4astronom6a# deportes# o%io# so$# in!raestru%turas# "i"iendas de $u8o# prostitu%i+n y ma!ias... La
destru%%i+n de$ te8ido in"esti4ador de$ pa6s $o anti%ipa,a $a Se%retaria de Estado de
(n"esti4a%i+n -Een Espa3a so,ran in"esti4adoresE di8o e$ 0 de 8unio de 12/1.. E$ 4ran proye%to
de desarro$$o para $os pr+9imos a3os es $a Ba,i$onia terrestre de EuroVe4as. En e$ estado
espa3o$# $a %iudadan6a %ontemp$a e9tasiada %+mo $a !rontera 4$o,a$ 7ue separa norte y sur# ya
no $es prote4e por7ue pare%e desp$a*ada# %omo por o,ra de ma4ia# de$ estre%&o de Ci,ra$tar
&asta $os irineos. ) $a 4ente pone %ara de pensar no era esto, no era esto.
La muerte de la democracia y el imaginario de la historia
La "i"en%ia de 7ue $as institu%iones po$6ti%as de$ estado# y $as ideas 7ue $as animan# tienen una
e9isten%ia ,io$+4i%a -na%en# %re%en# mueren# tienen %uerpos. !orma parte de $a %ondi%i+n
a$e4+ri%a de $a modernidad# de $a %onstru%%i+n sim,+$i%a de $a po$6ti%a %omo ma!ia del estado#
en e9presi+n de Taussi4. Esto !ue $o 7ue# en Espa3a# e9pres+ ,ri$$antemente e$ periodista
rom'nti%o Mariano Jos; de Larra en su -ía de -ifuntos de 789:# una s'tira donde "isita Madrid
%omo si $a %iudad de pronto !uera un E4ran %ementerio.E A$$6 Larra se en%uentra %on 7ue $os
edi!i%ios o!i%ia$es se &an %on"ertido en 4randes tum,as< $a tum,a de $a (mprenta# $a tum,a de $a
Bo$sa -donde enterraron e$ %r;dito espa3o$.# $a tum,a de $a Li,ertad y de $a :onstitu%i+n. Nada
parti%u$armente no"edoso# %on nuestros o8os de 12/A. A$ $$e4ar a $a Euerta de$ So$E# Larra
de%$ara 7ue a$$6 &a,6an muerto $as mentiras< Eno es sepu$%ro sino de mentirasE. Se trata de$
180
UOC / IN !edes" Mo#imientos $ %ecnopol&tica
Uni#ersitat Oberta de Catalun$a Internet Interdisciplinary Institute
@ni%o espa%io de $a 4eo4ra!6a po$6ti%a na%iona$ donde# para Larra# $a muerte ten6a un sentido
po$6ti%o positi"o. ara Larra# en &ol las mentiras mueren.
En Espa3a# $a e!em;ride de$ 1A-F -e$ !a$$ido 4o$pe de estado de /DR/ y $a inter"en%i+n
de$ Rey en ;$.# representa $a posi,i$idad de $a reno"a%i+n de $a demo%ra%ia# e$ rito por e$ %ua$ $as
institu%iones demuestran ser %apa%es de &eredarse# de so,re"i"ir a sus m's pro!undas %risis.
ues ,ien# en esa uerta de$ So$# sepu$%ro de mentiras# desde 12/1# $os %iudadanos %e$e,ran
Ee$ otro 4o$pe de estado de $os mer%adosE. )a en mayo 12// de%$araron %on un ata@d $a muerte
de $a demo%ra%ia. En su tapa in%$u6an dos !e%&as -/D0R y /5-M.# no por7ue $as protestas
&u,ieran matado $a demo%ra%ia# sino por7ue# enton%es# se &a,r6a a%a,ado una ;po%a de $a
&istoria espa3o$a %ontempor'nea $$amada E$a demo%ra%iaE# por %u$pa de ese otro 4o$pe de
estado# o des"plazamiento de $o po$6ti%o por $o !inan%iero. E$ se%uestro de $o po$6ti%o se &a%6a
dram'ti%amente presente en e$ "erano de 12/1# a$ !or*ar e$ res%ate de$ se%tor ,an%ario espa3o$
por parte de$ estado.
La demo%ra%ia !ue una ;po%a# a %uyos restos $os a%ti"istas $$aman &oy# %omo se $$ama,a
a $a di%tadura en $os a3os setenta< Ee$ r;4imenE o# in%$uso# Ee$ r;4imen de$ 0RE. =ero %+mo se
$$ama $o 7ue "iene despu;s de $a demo%ra%ia> =ost-demo%ra%ia> =Apo%a$ipsis> =(V Rei%&>
Los mo"imientos de re%upera%i+n de $a memoria -7ue en $os @$timos a3os e9&umaron $as !osas
de $a represi+n !ran7uista y repo$iti*aron e$ ima4inario &ist+ri%o espa3o$ en %$a"e %6"i%a#
desnatura$i*ando E$a demo%ra%iaE. &a,$an de $a ;;; %ep4blica Espa<ola. Los mo"imientos
a%ti"istas de nue"o %u3o &a,$an de $a %ep4blica =lobal del 556.
Resu$ta %omp$i%ado ima4inar $a posterioridad por7ue# por !uer*a# esta sa,r' e9presarse
%omo a$4o di!erente respe%to de $a est;ti%a 7ue "isi,i$i*a nuestro presente. Mar9# en El 78
)rumario# impon6a a $a re"o$u%i+n so%ia$ $a tarea de Esa%ar su poes6a de$ por"enirE -/A.. A pesar
de 7ue todos sus s6m,o$os tienen una &istoria po;ti%a# una "ida po;ti%a en %om@n# %omo $a
tienen $os o,8etos de !ami$ia# un radi%a$ adanismo sue$e de!inir a $a intelli!entzia de$ /5-M#
determinada a $a %on7uista de $o nue"o# armada de un instrumento %ate4oria$ 7ue di"ide $as
pr'%ti%as de$ mundo entre a7ue$$as de Enue"a po$6ti%aE -in%$usi"idad# redes# nue"as te%no$o46as#
asam,$eas# internet. y E"ie8a po$6ti%aE -identidades# mo"imientos tradi%iona$es# memoria
&ist+ri%a# 4enea$o46a y tradi%iones.. Unas ser6an re"o$u%ionarias y $as otras muy a,urridas.
E$ ima4inario de $a &istoria supone una 7uie,ra en $as menta$idades 4enera%iona$es. E$
/5-M para $a 4ente na%ida despu;s de $a muerte de Fran%o# 7ue no "i"i+ e$ anterior periodo
po$6ti%o de emer4en%ia %6"i%a -$os a3os setenta.# permite pensar por !in en una época que sea
puramente nuestra y# %on esa sensi,i$idad &ist+ri%a# uno re%i,e $a responsa,i$idad de ser# por
!in# E%ontempor'neo de a$4oE -4ra%ias# Miriam.. En un seminario so,re memoria &ist+ri%a %on
estudiantes espa3o$es y a$emanes en Lam,ur4o# a$ pre4untar$es por su ima4inario de$ !uturo#
des%u,r6 7ue unos y otros esta,an %on"en%idos de 7ue e$ mundo se i,a a a%a,ar pronto# de 7ue
$os s6ntomas de su destru%%i+n !ina$ ya eran per%epti,$es... pero tam,i;n de 7ue a e$$os eso era
a$4o 7ue no $es i,a a to%ar. El ,pocalipsis vendrá pero cuando ya estemos muertos. Si "i"ir
%omo si e$ mundo se !uese a a%a,ar pero no para nosotros era un modo de %errarse a
entender$o# $a o$a de protestas 4$o,a$es de 12// pare%i+ su%eder %omo una in"ita%i+n a %ar4ar
de nue"o %on $a &istoria# a o%upar %on su8etos e$ !uturo# a "er %osas 7ue "ayan m's a$$' de uno#
a so<ar peli!rosamente# m's a$$' de $as %$ausuras &ist+ri%as de $os a3os no"enta. ero tam,i;n
1)1
15MP2P Germán Labrador
Encuentro transdisciplinar La democracia emplazada
m's a$$' de su re"erso os%uro# e$ de prin%ipios de$ si4$o# nuestro parti%u$ar te%no-apo%a$ipsis
*om,i y %ine %atastr+!i%o -a$a%ios en Fern'nde* Sa"ater..
ero &ay "ida antes de /D05. ara $os 7ue s6 "i"ieron e$ na%imiento de $a demo%ra%ia
%omo un pro%eso 7ue $es %onmo"i+ de !orma %o$e%ti"a# no es posi,$e i4norar $as %one9iones
entre $o 7ue a&ora est' su%ediendo y $as $u%&as &ist+ri%as de enton%es# por7ue estas mismas
4entes sa$en a de!ender $os mismos am,u$atorios y es%ue$as 7ue 4anaron $u%&ando en $os a3os
setenta# y 7ue a&ora $es %ierran por re%ortes. E$$os "ieron %osas distintas y sa,en 7ue# a$ i4ua$
7ue e$ mundo no se a%a,a %on e$$os# tampo%o %on e$$os &a empe*ado. Mu%&as de estas
personas tam,i;n estu"ieron en $as asam,$eas de mayo de 12//. ara e$$as era !re%uente
de%$arar %osas %omo 7ue toca volver a salir como cuando >ranco. La memoria emplaza< unos
de $os 4rupos m's "isi,$es de$ /5-M son $os yayo"flautas.
La trans!eren%ia de si4ni!i%ados desde $a transi%i+n &asta nuestros d6as es muy amp$ia
-La,rador M;nde* =Lo $$ama,an demo%ra%ia>.. odemos men%ionar $a %entra$idad 7ue tu"o en
$os a3os setenta e$ ima4inario de $as p$a*as y de $as asam,$eas# $a importan%ia de $a %u$tura
e!6mera# $a repeti%i+n de slo!ans y de 4ritos# e$ desta%ado pape$ de $os medios de %ontra-
in!orma%i+n y de$ periodismo independiente# as6 %omo $as pr'%ti%as po$6ti%as de estirpe %6"i%a y
radi%a$ -parti%ipa%i+n dire%ta# dere%&os %i"i$es y po$6ti%os# p$asti%idad de 4;nero# re"o$u%i+n
se9ua$# autoor4ani*a%i+n# es!era p@,$i%a# %o$e%ti"i*a%i+n# sosteni,i$idad# et%... Uno de $os
mar%os interpretati"os m's popu$ares de $o 7ue est' su%ediendo en Espa3a en $os @$timos a3os
parte de $a idea de 7ue e$ pro%eso de transi%i+n a $a demo%ra%ia %on%$uye# a prin%ipios de $os
a3os o%&enta# "iendo apare%er una %u$tura %onsensua$ -$a :T# o :u$tura de $a Transi%i+n#
%on%eptuada por Cui$$em Mart6ne*.. Esta %u$tura &a,r6a %o$apsado por una do,$e a%%i+n
%om,inada. rimero# de a,a8o arri,a# $a %iudadan6a mo"i$i*ada y sus nue"as !ormas de %u$tura
en red# &a,r6a roto $a &e4emon6a %u$tura$ de una %u$tura de estado. Se4undo# de arri,a a,a8o#
este %o$apso se e9p$i%a por $os es%asos re%ursos %on $os 7ue %uenta &oy e$ estado para
mo"i$i*ar $a %u$tura a su !a"or. -ero =7u; !ue primero# $a re,e$i+n de$ %riado o e$ despido de$
amo>.. :on e$ !ina$ de $a pa' culturalis de /DR1 se a%a,ar6a por %u$minar esa espe%ie de retorno
al pasado en e$ 7ue estamos "i"iendo. Loy "o$"er6amos a estar en /D0?# de nue"o en $a %asi$$a
de sa$ida. Vi"ir6amos El fin de la Espa<a de la transición -*uadernos de eldiario#es# 8unio de
12/A..
Los ima4inarios de $a &istoria ,ri$$an so,re $a &ora pe$i4rosa de $as protestas a%tua$es.
Las masi"as o%upa%iones de $as p$a*as de mayo de 12//# una semana antes de unas
e$e%%iones en un %onte9to de %risis institu%iona$# tra6an a $a retina# a$ menos a $a m6a# $as tomas
%o$e%ti"as de $os espa%ios p@,$i%os de$ /S de a,ri$ de /DA/# en $a 7ue !ue $a pro%$ama%i+n
des,ordante y pa%6!i%a de $a (( Rep@,$i%a# &asta $a !e%&a e$ &ito %6"i%o m's poderoso de $a
&istoria espa3o$a. Nadie se atre"i+ a nom,rar$o %on demasiada %$aridad ante $as p$a*as
tomadas de 12//< pues su ful!or podía destruir nuestro mundo.
Esa @$tima %ita se %orresponde %on un "erso indi4nado de :ernuda en /os placeres
prohibidos# su poemario so,re $as !uer*as %onstituyentes y e$ %am,io sem'nti%o durante e$ /S
de a,ri$ de /DA/. Las met'!oras de$ pasado ,ri$$an y nos %one%tan# sin 7uerer$o# entre dos
si4$os. Nuestras met'!oras tienen todas una $ar4a &istoria. En /DA/# Ram+n J. Sender pu,$i%+
su no"e$a ?#2# -Orden @,$i%o.# donde %uenta su e9perien%ia %omo preso po$6ti%o. Sender &a,$a
de $os "ientos 7ue re%orren su ;po%a. La no"e$a empie*a %on un parte meteoro$+4i%o. ara
1)2
UOC / IN !edes" Mo#imientos $ %ecnopol&tica
Uni#ersitat Oberta de Catalun$a Internet Interdisciplinary Institute
Sender e$ %am,io po$6ti%o es e9p$6%itamente un %am,io %$im'ti%o. A3os m's tarde# $a
%ontra%u$tura norteameri%ana se pre4untar' si se ne%esita un Lom,re de$ Tiempo para sa,er
por d+nde sop$a e$ "iento# y entre sus respuestas se en%uentran $as a%%iones de $a Xeat&er
Under4round Or4ani*ation. A partir de un te9to de Amador F. Sa"ater# &a,$amos de$ /5-M %omo
un %$ima# %omo un %am,io atmos!;ri%o< E=%+mo se or4ani*a un %$ima>E# es $a pre4unta -12/1a..
EBue e$ "iento de Le"ante# se $$e"e a $os man4antesE responde una pan%arta# mientras $a
?rquesta &olfónica %anta de nue"o a $os ientos del 2ueblo de Mi4ue$ Lern'nde*.
ero de$ mismo modo 7ue se &a de%$arado $a muerte de E$a demo%ra%iaE# E$a muerte de$
/5-ME tam,i;n es otro o,8eto de dis%usi+n permanente# tanto para $os medios %omo para $os
a%ti"istas# o,sesionados todos por e$ estado de sa$ud de $a %riatura. Una 4ran %antidad de
es!uer*os se &an dis4re4ado a $a &ora de esta,$e%er sus distintos momentos# sus $6neas
aut;nti%as# su e"o$u%i+n. La &a,ido 7ue a!rontar $o 7ue son dis%usiones %$'si%as de $os
mo"imientos so%ia$es# $as disputas entre t'%ti%as y estrate4ias# medios y !ines# $ar4o y %orto
p$a*o# a%%i+n y teor6a# presen%ia y $aten%ia.
Loy $as redes de a%%i+n de$ /5-M a!rontan su tra"es6a de$ desierto y est'n %ondenadas a
"i"ir entre $a desi$usi+n y e$ "o$untarismo# mientras $as !ormas de "ida en este rin%+n de$ sur de
Europa se %omp$i%an# $as protestas arre%ian# $as "ue$tas de tuer%a de$ poder so,re $a so%iedad
se %ump$en y se e9tiende $a sensa%i+n de 7ue un esta$$ido a@n m's poderoso se prepara. Las
%@pu$as no 7uieren %eder# temerosas de "erse repentinamente des,ordadas# pero# si $os
in"ersores e9tran8eros dudaron de $a %apa%idad de$ pa6s de pa4ar $os intereses de sus
pr;stamos# no $o &a%en respe%to de $a de$ estado de mantener a raya $as protestas.
La %uesti+n es# a d6a de &oy# di!6%i$ de dirimir. A!e%ta a $a per%ep%i+n de$ tiempo 7ue
"i"imos. Unas 4entes est'n %on"en%idas de 7ue est'n "i"iendo en E$a %risisE# en una
tempora$idad de e9%ep%i+n 7ue durar'# se4@n unos u otros pro!etas# %in%o# die* o %uarenta a3os
-siempre %i!ras ,6,$i%as.. Otras 4entes %reen 7ue estamos volviendo al franquismo a toda
velocidad. )# por @$timo# &ay personas %on"en%idas de 7ue $a re"o$u%i+n 4$o,a$ se a%er%a.
Mientras unos "en tam,a$earse y des&a%erse e$ mundo 7ue %ono%ieron# otros de!ienden 7ue un
mundo nue"o empie%e a e9istir entre $as %eni*as de$ primero. Tam,i;n est'n a7ue$$os 7ue
o,ser"an a$4o un po%o distinto< %+mo En nuestros jardines, se preparan bosques -S'n%&e*-
Mateos ania4ua..
Y al tercer año...
Uno de mis $i,ros !a"oritos de $a transi%i+n a $a demo%ra%ia es una no"e$a dist+pi%a# @ al tercer
a<o resucitó# un best"seller u$tradere%&ista 7ue espe%u$a,a %on $a resurre%%i+n de$ di%tador. Me
4usta $a idea< Fran%o no ser6a %apa* de re%ono%er en /D0R su propio pa6s. En s+$o tres a3os#
$os espa3o$es &a,r6an destruido su o,ra de %uarenta. A7ue$$os 7ue $e 8uraron o,edien%ia $e
trai%ionan mientras# en $as %a$$es# reina $a anar7u6a y $a inmora$idad. La u$tradere%&a "e
reprodu%irse de$ante de s6 todos sus !antasmas< $a $e4a$i*a%i+n de$ di"or%io# $a emer4en%ia de$
separatismo "as%o y %ata$'n# $a $u%&a armada# $a apari%i+n de una 8u"entud indis%ip$inada e
insumisa# m@$tip$es &ue$4as y asam,$eas o,reras# o%upa%iones de !',ri%as# i%ono%$astia %ontra
$os s6m,o$os de $a di%tadura...
1)3
15MP2P Germán Labrador
Encuentro transdisciplinar La democracia emplazada
Una impresi+n seme8ante tendr6a a$4uien 7ue &u,iera desapare%ido en 12/2 y tres a3os
despu;s "o$"iese a Espa3a. De pronto# $o 7ue# para Ja"ier Nra&e# era un pro,$ema persona$# se
&a,6a %on"ertido en un esta$$ido %o$e%ti"o. No%iones ausentes de$ ima4inario %o$e%ti"o en $os
@$timos treinta a3os emp$a*an &oy e$ de,ate. Se o%upan %o$e4ios y &ospita$es# 4rupos
&etero4;neos de %iudadanos %ooperan en a%%iones po$6ti%as auto4estionadas# se ,$o7uean
sedes de ,an%os y de ministerios# %iudadanos persi4uen a $a Fami$ia Rea$ por e$ pa6s pidiendo
$a Ter%era Rep@,$i%a# unidades de ,om,eros se nie4an a e8e%utar desa&u%ios a$ $ema de
Eres%atamos personas y no ,an%osE# pro$i!eran $os &uertos %o$e%ti"os en $os so$ares
a,andonados de $as %iudades y 8orna$eros o%upan !in%as y %on!is%an a$imentos en
supermer%ados. La 4ente usa sus %uerpos para e"itar e$ desa$o8o de personas a $as 7ue ni
%ono%en# o $os usa para inmo$arse para no ser desa&u%iados# mientras hackers di!unden en red
$as %uentas %orruptas de$ artido opu$ar. Teresa For%ades y Ar%adi O$i"eres %ata$i*an un
mo"imiento asam,$eario para ini%iar un pro%eso %onstituyente en :ata$unya# 7ue in%$uye su
independen%ia. Emer4en nue"os partidos po$6ti%os y %oa$i%iones %6"i%as %on resu$tados in;ditos#
nue"os medios de prensa independiente son $a re!eren%ia in!ormati"a ,'si%a 8unto %on $as redes
so%ia$es... La a4enda de $os medios de %omuni%a%i+n# $a a%tua%i+n de$ estado# e$ $en4ua8e y $as
preo%upa%iones %ompartidas &an %am,iado de pronto# as6 %omo $o &a &e%&o $a de!ini%i+n
%o$e%ti"a de $o 7ue es o no es posi,$e &a%er 8untos.
M@$tip$es son $as ini%iati"as 7ue &an ,us%ado reemp$a*ar $as p$a*as. ) %omo todo $o 7ue
sur4i+ de e$$as# en rea$idad mu%&as de esas ini%iati"as ya e9ist6an pre"iamente. Lo importante
es 7ue a&ora ad7uieren otro si4ni!i%ado %o$e%ti"o. E$ ima4inario de$ /5-M es e$ resu$tado de $a
po$iti*a%i+n de todos $os em,$emas de $a ,ur,u8a< $a %onstru%%i+n -mi$$ones de "i"iendas#
4randes in!raestru%turas# edi!i%ios em,$em'ti%os.# $a %u$tura-espe%t'%u$o# $a pre%ari*a%i+n de $as
"idas# $os reality shoA# $as nue"as te%no$o46as# e$ !@t,o$# $a 4astronom6a... todos a7ue$$os
e$ementos %ara%ter6sti%os de$ paisa8e de$ boom retornan po$iti*ados en un sentido %o$e%ti"o. La
espe%u$a%i+n inmo,i$iaria resume# e inter%one%ta# $a mayor parte de esos e$ementos. Las
$ata!ormas de A!e%tados por $a Lipote%a -ALYs. tra,a8an so,re $os a,ismos 7ue &an %reado.
No me deten4o en e$$as por ser de so,ras %ono%idas. Tampo%o en $os %asos de Las Mareas.
Si a$4o de!ine a$ /5-M %omo mo"imiento es su paisa8e sonoro# %ara%teri*ado por 4ritos y
por %antos# pero tam,i;n por e$ uso $os si$en%ios -$os !amosos E4ritos mudosE de mayo de 12//..
Despu;s de $a Euro%opa de$ a3o pasado# ,uena parte de $os %'nti%os in!$e9ionan
par+di%amente $os 4ritos deporti"os de $a se$e%%i+n na%iona$ de !@t,o$. En e$ %i%$o de protestas
&a ido 4anado prota4onismo e$ ruidismo de $as caceloradas y $a a%tua$ m4sica de escraches de
$os primeros meses de 12/1. Una men%i+n aparte re7uiere uno de $os e8emp$os m's
interesantes de %u$tura popu$ar po$iti*ada# me re!iero a$ *oro y ?rquesta &olfónica# 7ue o%upa
musi%a$mente $as protestas. En $a &ue$4a 4enera$ de$ /S de no"iem,re# %omo $a or7uesta de
Xonder$and en @elloA &ubmarine -/D?R. -7ue se4u6a to%ando en medio de$ ata7ue de $os )lue
Meanies.# $a So$!+ni%a prote46a a $os mani!estantes de $as "io$entas %ar4as po$i%ia$es#
&a%i;ndo$es %antar %on e$$a y siendo prote4idos tam,i;n a su "e* por sus oyentes. S+$o
mientras si4a $a m@si%a... /a &olfónica rea%ti"a e$ "ie8o %an%ionero popu$ar-repu,$i%ano
-Maru'i<a# /os *uatro Muleros....# $a tradi%i+n protesta de $a transi%i+n -*anto a la /ibertad,
=rBndola# /Cestaca.# %anta en todas $as $en4uas de$ estado y produ%e pie*as propias.
1)4
UOC / IN !edes" Mo#imientos $ %ecnopol&tica
Uni#ersitat Oberta de Catalun$a Internet Interdisciplinary Institute
Re%ientemente# o!re%i+ una zarzuela sat6ri%a# El crep4sculo del ladrillo# donde se re%upera,a e$
sentido de $as !ormas %ora$es popu$ares madri$e3as y de$ teatro de ,ase -4ra%ias# Ra!a..
Ba8a o a$ta %u$tura# &oy todo est' po$iti*ado. Basta,a %on darse una "ue$ta por $a @$tima
Feria de$ Li,ro de Madrid y %omparar $os t6tu$os de $os $i,ros %on $os de &a%e %uatro a3os. En
entre"istas y es%ritos &oy es &asta de ,uen tono para poetas y no"e$istas %onsa4rados &a%er
men%iones %r6ti%as. En la planta calle de la cultura# desde $as $etras de$ hiphop a$ !raffiti# de$
!otoperiodismo a$ %ine do%umenta$ de %rea%i+n %o$e%ti"a# $a tira %+mi%a a$ medio de in!orma%i+n
di4ita$# e$ !esti"a$ a$ternati"o o $a a%%i+n %u$tura$ en %entros o%upados# $as !ormas de produ%%i+n
%u$tura$ a$ternati"as remiten a lo real de una manera intensa# %omunitaria# o,sesi"a.
Un antidistur,ios in!$a,$e de seis metros# un papam+"i$ 7ue %ondu%e e$ demonio# un
teatro de 4ui3o$ &umano# un &om,re 7ue &a%e rodar una moneda 4i4ante de un euro# e$e!antes
de 4oma-espuma< en e$ espa%io de $a protesta $as !ormas e!6meras de $a %u$tura popu$ar
permiten $a "isua$i*a%i+n de $o 7ue no se per%i,6a. Si4uen una $+4i%a sat6ri%a# %arna"a$es%a#
,a8tiniana. Tienen $a %apa%idad de %ru*ar e$ mundo ur,ano y e$ mundo di4ita$. Forman parte
tam,i;n de estrate4ias 4$o,a$es de protesta< &om,res parados# pin4Iinos y pianistas en
Estam,u$# ,a$ones en $a p$aya de (panema# pasamonta3as de $anas de %o$ores en Rusia. Las
est;ti%as de $a re"ue$ta usan !ormas ,aratas# reprodu%i,$es y mnemot;%ni%as. En su
in"esti4a%i+n se imp$i%an tam,i;n %o$e%ti"os de artistas# 4rupos a%%ionistas y todo tipo de
!ran%otiradores y do%umenta$istas.
En Ca$i%ia# a$ entrar en :an4as do Morra*o# en a,ri$ de 12/A me asust;. En $o a$to de
una %asa &a,6a un &om,re asomado a$ "a%6o# %ontemp$ando sereno $a distan%ia 7ue $e
separa,a de$ sue$o# in%$inado# e$e4ante# a punto mismo de sa$tar# ante $a pasi"idad de $os po%os
transe@ntes presentes a esa &ora. :re6a 7ue todos est',amos sensi,i$i*ados ante e$ drama
&umano de a7ue$$os 7ue se arro8an desde su %asa antes de ser desa&u%iados# ese modo de
resisten%ia pa%6!i%a ,asada en $a inmo$a%i+n# 7ue &a dado $u4ar a$ $ema Eno son sui%idios# son
asesinatosE. ara 7ue no $es desa&u%ien se desa&u%ian. Uno &a $e6do so,re e$$o o# in%$uso# &a
es%rito so,re e$$o# pero no sa,e %+mo rea%%ionar %uando# de pronto# se da %uenta de 7ue "a a
presen%iar$o. =Critar> Ser' peor. =L$amar a a$4uien> =ero a 7ui;n> =A $a AL> Lo instinti"o
es a%er%arse. A$ a%er%arme des%u,r6 7ue ese &om,re era en rea$idad una estatua. Una estatua
7ue nos emplaza# 7ue nos &a%e pre4untarnos por $a re$a%i+n entre $o 7ue estamos dispuestos a
"er y a &a%er# entre $o 7ue miramos y e$ tiempo 7ue nos 7ueda. As6# a tra";s de esas !ormas
est;ti%as se %one%ta ,ruta$mente e$ tiempo de $os 7ue "i"en en la crisis y e$ tiempo de $os 7ue
"i"en contra ella# E$ tiempo de $os a%ampados y e$ tiempo de $os ,on*os.
Gastronomía política y canibalismo
Todo $o 7ue !ue em,$em'ti%o en $os a3os de$ ,oom retorna po$iti*ado en $os a3os de $a %risis#
in%$uyendo $a %omida. Em,$ema de$ ,oom< uno de $os ,ar%os insi4nia de $a nue"a 4astronom6a
espa3o$a en $os a3os !e$i%es era Ferran AdriM y El )ulli -temp$o e9%$usi"o donde se pra%ti%a,a $a
E4astronom6a mo$e%u$arE.. La nue"a %o%ina de%onstru6a $a %omida# separando en e$ pro%eso
!isio$o46a -%omer. y ,iopo$6ti%a -nutrirse.. Tam,i;n distorsiona,a $as estrate4ias de $a %omida
na%iona$# %o%ina destinada a $a super"i"en%ia y a $a optimi*a%i+n ener4;ti%a -a "e%es
&iper%a$+ri%a -!a,ada-# a "e%es dise3ada para en4a3ar e$ &am,re -4a*pa%&o- o para re%i%$ar
1)5
15MP2P Germán Labrador
Encuentro transdisciplinar La democracia emplazada
a$imentos -pae$$a-.. A %omien*os de$ mi$enio $os edi!i%ios m's modernos -7ue tam,i;n a,stra6an
$a !un%i+n y desnatura$i*a,an $a !orma. y $os sa,ores m's "an4uardistas se reun6an en nuestro
territorio# pa4ados por $os !$u8os de$ $adri$$o y a$a,ados por $os inte$e%tua$es. Todo e$$o# en
nom,re de$ 4o%e est;ti%o y de $a u$tramodernidad. Vino $a %risis# de8+ $os edi!i%ios en ruinas y se
$$e"+ por de$ante a $os inte$e%tua$es de$ SOE y a $os restaurantes de %o%ina e9perimenta$# a$
tiempo 7ue $a %$ase 4o*ante 7ue $os po,$+ se retira,a a sus %uarte$es de in"ierno y Ferran AdriM
a,andona,a e$ pa6s -Ea e9perimentarE..
Em,$ema de $a %risis< $a !oto de Samue$ Aranda pu,$i%ada en e$ NeG )orH Times %on
4entes re,us%ando en $a ,asura $a %omida %adu%ada 7ue $os supermer%ados tiran. E$ titu$ar<
1ambre en Espa<a.
Em,$ema de$ /5-M< un %arte$ di%e ENo trai4'is m's %omida. No %a,e m's en e$
a$ma%;nE. En $as asam,$eas de 12// $os restaurantes de $a *ona y %iudadanos %ua$es7uiera
emp$a*aron ,o%adi$$os# pi**as# %a$or6as y prote6nas. Este !$u8o so$idario resur46a en $os $emas
po$iti*ando $a %omida# a$ ni"e$ de $a 4astronom6a popu$ar. Fue e9a%tamente en ese %onte9to
%uando un $ema ya e9istente se &i*o masi"o< Eno &ay pan para tanto %&ori*oE. Los chorizos
adem's de ladrones son ,aratos. Son e$ po$o ne4ati"o de $a a$ta %o%ina. E$ %&ori*o Re"i$$a es el
otro de$ restaurante E$ Bu$$i y %on"o%a nuestra memoria ,iopo$6ti%a de 8+"enes espa3o$es de
%$ase media< $as meriendas de $os a3os o%&enta. En una misma e%ua%i+n po;ti%a se unen $os
responsa,$es de $a %risis# e$ &am,re -$a es%ase* de$ pan. y $as 4anas de %omer -$a a,undan%ia
de $os %&ori*os.. Estos $emas se pre4untan por $as !ormas ,aratas de %omer y por $a
a%umu$a%i+n in8usta de $os ,ienes %omunes -EE$$os %omen %anap;s y yo no $$e4o a !in de mesE..
En e$ se4undo ani"ersario de$ /5-M un %&ori*o 4i4ante -dise3ado %omo un dra4+n de$ A3o
Nue"o :&ino. e"o$u%iona,a por $a uerta de$ So$ ,a8o $a som,ra in7uietante de una 4ui$$otina#
%onstruidos am,os por $a Asam,$ea de La"api;s.
Las %r6ti%as a $a ,ur,u8a inmo,i$iaria# %on no ser &e4em+ni%as# apunta,an a $a idea de
7ue est',amos ya quemando o ya comiéndonos e$ !uturo. Se3a$a,an %omo %u$pa,$es de e$$o a
unas ;$ites transna%iona$es# y a sus a$iados $o%a$es# 7ue estar6an devorando $os re%ursos
ne%esarios para $a super"i"en%ia %o$e%ti"a# canibalizando de este modo a su %omunidad. ELa
%$ase diri4ente# di4iere 4enteE de%6a Neorra,ioso# mientras en $a &ue$4a 4enera$ de no"iem,re
12/1 $as sedes de $os ,an%os $u%6an pintadas 7ue $o %on!irma,an< Ea7u6 se %ome 4enteE.
Ju4ando %on $a idea de $a ri7ue*a y de$ ,uen sa,or# otra pintada i,a un paso m's a$$'< E$os ri%os
est'n ri%os< %+mete$osE. E:+mete a $os ri%osE di%en en Bar%e$ona. EEat t&e ,anHersE rep$i%an en
NeG )orH. Si &asta $os anun%ios na"ide3os de *ampofrío in"ita,an a %onso$arse de $as
desdi%&as de $a %risis %omiendo %&ori*os...
En 12// se estrena,a una %omedia espa3o$a 7ue &omena8ea,a a$ %ine !ore na%iona$ de
$os a3os setenta< se trata,a de *arne *ruda# donde dos a4entes de una inmo,i$iaria ten6an 7ue
es%o4er si %omer o si ser %omidos por sus poten%ia$es %ompradores# unos anti4uos hippies.
Frente a$ Earist+%rata "ampiroE# e$ pue,$o se dis!ra*a de Epue,$o %an6,a$E -Fou%au$t.. O# en su
"ersi+n post-industria$# de Epue,$o *om,ieE. La men%i+n pueblo caníbal %on"o%a $os terrores de
$a aristo%ra%ia !ran%esa ante $a re"o$u%i+n. En mayo de 12// &a,6a ya %arte$es 7ue de%$ara,an
7ue ESo$ ser' $a nue"a Basti$$aE. Justo despu;s de 7ue $a !ami$ia rea$ se "iese imp$i%ada por
es%'nda$os de %orrup%i+n# en $a &ue$4a 4enera$ de$ 1D de mar*o de 12/1# en Madrid y
1)6
UOC / IN !edes" Mo#imientos $ %ecnopol&tica
Uni#ersitat Oberta de Catalun$a Internet Interdisciplinary Institute
Bar%e$ona# apare%ieron $as primeras !uillotinas# r;p$i%as de un rea$ismo por momentos
in7uietante. La !uillotina re%upera,a as6 un ima4inario de $a re"o$u%i+n pendiente -y %on ;$# $a
idea de 7ue en Espa3a nun%a &u,o una Re"o$u%i+n Fran%esa.. La revolución pendiente se
a%ti"a,a %omo ima4inario de respuesta !rente a $as políticas de austeridad# !rente a $os !amosos
recortes< E$os pr+9imos re%ortes $os &aremos %on 4ui$$otinaE rep$i%a,an $os %iudadanos.
La $+4i%a de $a 4ui$$otina reprodu%6a e$ "o%a,u$ario de $a in%$usi"idad< dado 7ue $os
re%ursos son $imitados# se trata,a de a%a,ar =sim,+$i%amente> %on ese /W para a$imentar
=sim,+$i%amente> a$ DDW restante... La !uillotina pendiente ten6a otra "enta8a po;ti%a# $a
posi,i$idad de 4estionar %on%eptua$mente e$ e9%eso de %&ori*os. :omo en una representa%i+n
teatra$ medie"a$# e$ %uerpo de Don :&ori*o era repartido entre $os asistentes< una 4ui$$otina
emplazada %on !un%ionamiento real se uti$i*a,a para repartir $as $on%&as de un ro$$o 4i4antes%o
de em,utido 7ue se %orta,a para &a%er ,o%adi$$os en medio de $as protestas. De pronto# e$
mi$a4ro se produ%e y había pan con chorizo para todos.
La 4ui$$otina %omo metonimia de $a re"o$u%i+n pendiente# de $a ne%esidad de una "irtud
%6"i%a "io$enta !rente a $a p$a4a de chorizos# pero tam,i;n %omo met'!ora de $a promesa de$
reparto %o$e%ti"o de $os ,ienes# se %one%ta %on e$ ima4inario de $a &istoria espa3o$a. /R Ju$io de
12/A. Se %e$e,ran RA a3os de$ 4o$pe de estado 7ue dio %omien*o a $a 4uerra %i"i$. La %risis
so%ia$ de$ pa6s si4ue disparada. E$ 4o,ierno se resiente por e$ es%'nda$o de$ %o,ro de dinero
ne4ro por parte de$ artido opu$ar# pro%edente de dona%iones an+nimas de empresas y
parti%u$ares ,ene!i%iados presuntamente %on %ontratos p@,$i%os. :o$e%ti"os %iudadanos
%on"o%an una )arbacoa de *horizos de$ante de $as sedes de$ .
Canibalismo e historia moderna española
Ra!ae$ :&ir,es &a pu,$i%ado esta prima"era su no"e$a so,re $a %risis En la orilla -12/A.# una
deso$adora espira$ de memoria %uyos prota4onistas "a4an por $os %aminos 7ue unen $a
desposesi+n a%tua$ y e$ po*o de "io$en%ia 7ue !unda $a Espa3a de$ si4$o ZZ# es de%ir# $a 4uerra
%i"i$ de /DA?. Tam,i;n $o di%en $os !raffiti. O,ra de A$,erto de edro# en Madrid apare%en
im'4enes de $os re$o8es parados de $a &istoria %on im'4enes de Lor%a# de Ben8amin# de $os
a,o4ados $a,ora$istas muertos en Ato%&a en /D00. E$ poeta ur,ano Neorra,ioso es%ri,i+ en una
pared EE$ pan se puso duro e$ otro si4$o y a7u6 nadie %on!iesa 7ue !uimos derrotadosE.
Una perspe%ti"a &ist+ri%a de $os pro%esos 7ue est'n su%ediendo no sir"e para %onstruir
mode$os anti%ipatorios sino para situar estos pro%esos en otro tipo de pautas ana$6ti%as 7ue nos
&a,$en de otro modo de medir su importan%ia. or e8emp$o# $a %r6ti%a popu$ar 7ue a%usa a $as
;$ites de %ani,a$i*ar $os re%ursos %o$e%ti"os# resu$ta re%urrente en e$ pensamiento %r6ti%o
espa3o$. Sus propias ;$ites tam,i;n a$uden a e$$a# ,a8o e$ di!uso $ema de$ E%ainismo espa3o$E.
La uti$i*an para re!erirse a $os periodos de %on!ronta%i+n na%iona$ interna# tratando de e9p$i%ar $a
"io$en%ia na%iona$ %omo una %uesti+n at'"i%a y# por $o tanto# ine"ita,$e. or suerte Joan Car%;s
o!re%e una respuesta 4eopo$6ti%a en su $i,ro &oberanos e intervenidos. Car%;s pone en re$a%i+n
ta$ canibalismo %on $a preeminen%ia de unas ;$ites na%iona$es ,a8o $a prote%%i+n de poten%ias
inter"en%ionistas. La tradi%i+n &ist+ri%a moderna en Espa3a se di"idir6a en pro$on4ados
periodos de esta,i$idad po$6ti%a -$a ;po%a (sa,e$ina# $a Restaura%i+n a$!onsina# e$ Fran7uismo# $a
1)7
15MP2P Germán Labrador
Encuentro transdisciplinar La democracia emplazada
Demo%ra%ia.# 7ue tienden a4otarse 4enerando $ar4os pro%esos de des%omposi%i+n institu%iona$#
a%ompa3ados y a%e$erados por !uertes mo"i$i*a%iones popu$ares e impu$sos !edera$istas y $a
!ero* a%%i+n %u$tura$ de $as nue"as ;$ites emer4entes. Las !uer*as no %onsensua$es tienden a
a,rir periodos de transi%i+n -e$ Se9enio Demo%r'ti%o# $a Se4unda Rep@,$i%a# $a transi%i+n a $a
demo%ra%ia. 7ue terminan ,rus%amente en una re-instaura%i+n caníbal de $as anti4uas ;$ites
&e4em+ni%as. En e$ %urso de esas re-instaura%iones $as nue"as ;$ites %u$tura$es y $os se%tores
so%ia$es emer4entes tienden a ser desa%ti"ados# e9pu$sados# %ooptados# reprimidos y
perse4uidos y# en $os %asos m's dram'ti%os# !6si%amente e$iminados.
=Lasta 7ue punto $a emer4en%ia de un mo"imiento de protesta %omo e$ /5-M en Espa3a
resu$ta no"edoso> En una perspe%ti"a &ist+ri%a puede ponerse en %one9i+n %on otras
e9p$osiones des,ordantes de ener46a %6"i%a# %omo $as re"ue$tas de /D2D# donde e$
%omunitarismo anar%o-popu$ar des,ord+ $as estru%turas de$ estado a$!onsino# a tra";s de $a
oposi%i+n %o$e%ti"a !rente a $a mo"i$i*a%i+n mi$itar o,$i4atoria y mediante e$ re%&a*o popu$ar a$
%o$onia$ismo. La Semana Tr'4i%a %ata$ana %am,i+ e$ &ori*onte de e9pe%tati"as en $a %u$tura de
su ;po%a# in%$uso $os nom,res de $as %osas# $a re$a%i+n entre e$ tiempo# $a mirada y $a
re"o$u%i+n. En /DA/# de modo pa%6!i%o# $as mu$titudes inte$i4entes des,ordaron $as institu%iones
primorri"eristas en $o 7ue !ue# a un tiempo# un pro%eso destituyente y %onstituyente. Entre
am,as !e%&as &ay dos 4enera%iones de a%ti"istas. ) %a,e re%ono%er $a arti%u$a%i+n de una
%u$tura y de un pro%eso de mo"i$i*a%iones permanentes. ero# so,re todo# entre /D2D y /DA/
&ay mu%&os muertos y mu%&os presos po$6ti%os. En ese %onte9to# $os mo"imientos
demo%rati*antes tardaron mu%&o tiempo en produ%ir memoria# a4en%ia e identidad po$6ti%a. ) su
oportunidad# sus momentos de emer4en%ia y de de%$i"e se interre$a%ionan %on $a natura$e*a de
$os !$u8os de in!$uen%ia de poten%ias &e4em+ni%as so,re e$ territorio de$ sur europeo.
La e9perien%ia de $a transi%i+n a $a demo%ra%ia supone $a tensi+n entre dos mode$os de
Ere!unda%i+nE e9itosos en $a &istoria moderna. Uno# e$ mi$itar# in"o$u%ionista# ,asado en $a
represi+n "io$enta de $os mo"imientos so%ia$es y $a e$imina%i+n de sus ;$ites -$a insta$a%i+n de$
!ran7uismo ser6a su me8or e8emp$o# pero &ay otros %asos de%imon+ni%os.. Otro# e$ po$6ti%o#
re4enera%ionista# ,us%a desa%ti"ar $as protestas a tra";s de $a %oopta%i+n de $as nue"as ;$ites
emer4entes y su inte4ra%i+n institu%iona$# a%ompa3ada de una apertura dem+ti%a de$ estado#
t6pi%amente meso%r'ti%a -todos podr'n a%%eder a 4o*ar de $o p@,$i%o# pero eso s6# tomados de
uno en uno.. Este se4undo mode$o# par%ia$mente puesto en mar%&a en /R05# ensayado y
!ra%asado en /DA/# $o4r+ imponerse de nue"o en /DR1. Su inmensa e!i%a%ia en $as @$timas
d;%adas &a entrado en 7uie,ra en $os @$timos a3os. ara a$4unos ana$istas# ya no %ompensa<
produ%ir %o&esi+n so%ia$ de esta manera# so%ia$i*ando re%ursos &a%ia *onas amp$ias de$
espe%tro so%ia$# ser6a demasiado %aro -Mart6ne* 12/A.. ero =sa$e m's ,arato reprimir>
En %ua$7uier %aso# este mode$o &a entrado en 7uie,ra y %a,e p$antearse podr' o!re%er
una nue"a so$u%i+n institu%iona$ista e inte4radora# o si %a,e temer una in"o$u%i+n po$i%ia$ y
autoritaria. E9iste un ter%er es%enario# 7ue &a estado a%ti"o en $a &istoria espa3o$a moderna
!undamenta$mente %omo un terri,$e !antasma# e$ de $a !ra4menta%i+n po$6ti%a. La inesta,i$idad
de$ mode$o territoria$ espa3o$ y $a trans!eren%ia sistem'ti%a de $os me%anismos de de%isi+n a
estan%ias e9ternas no demo%r'ti%as podr6a !omentar este es%enario. Dentro de $a 4enera$
reor4ani*a%i+n de $a estru%tura de$ estado para 4aranti*ar e$ pa4o de $a deuda# resu$ta
1)8
UOC / IN !edes" Mo#imientos $ %ecnopol&tica
Uni#ersitat Oberta de Catalun$a Internet Interdisciplinary Institute
%o&erente su di"isi+n en di!erentes se%tores independientes# de $a misma manera 7ue se
!ra4menta un %r;dito# aument'ndo$o. La tan temida balcanización espa3o$a de $a prensa
%onser"adora puede resu$tar %o&erente %on $os intereses de $os deudores de$ pa6s. La
independen%ia de EusHadi y :ata$unya -%omo a$4unos a%ti"istas pro independencia ya &an
e9presado.# en este %onte9to# podr6a ser per!e%tamente %ompati,$e %on $a desposesi+n
4enera$i*ada de $a po,$a%i+n de sus propios medios de su,sisten%ia en $os nue"os estados
%rediti%ios. =Ser'n $os mo"imientos %onstituyentes %apa%es de timonear e$ pro%eso>
Desde e$ mo"imiento /5-M# se &a,$a de produ%ir un nue"o pa%to %onstituyente a tra";s
de un pro%eso de re!unda%i+n po$6ti%a. Una posi,i$idad ser6a &a%er$o desde !uera de$ estado#
sustituyendo $as institu%iones de$ r;4imen por nue"as institu%iones autodotadas. Mu%&os
es!uer*os %reati"os "an en esta dire%%i+n. E$ otro es%enario# a imita%i+n de $as e9perien%ias en
mar%&a de Cre%ia y en (ta$ia# propone una sustitu%i+n desde dentro# en ,ase a una !utura toma
de$ estado a tra";s de e$e%%iones# 7ue &a,r'n de 4anar p$ata!ormas inte4radoras de %ar'%ter
%6"i%o# asam,$eario y parti%ipati"o. De esas coaliciones por venir toda"6a sa,emos muy po%o#
adem's de $os e9perimentos %6"i%o-na%iona$istas -:Us %ata$anes# AMA(UR en a6s Vas%o#
ANOVA en Ca$i%ia. y !rentepopu$istas de $a i*7uierda par$amentaria. Men%i+n aparte mere%e $a
re%iente %rea%i+n de$ artido Z.
Coda el !inal es el comien"o y el comien"o es el !inal
E$ res%ate de $a e%onom6a espa3o$a o%urri+ e$ mismo d6a en 7ue empe*a,a e$ torneo de $a
Euro%opa en 8u$io 12/1. So,re esa %oin%iden%ia# es%ri,6 7ue e$ !@t,o$ !un%ion+ %omo te$+n de
!ondo !ant'sti%o %on e$ 7ue se trat+ de sim,o$i*ar $as protestas# su,$imando una derrota materia$
%omo triun!o espiritua$ -ELa Buimera es!;ri%aE.. La na%i+n se4uir6a siendo %ampeona# en e$
!@t,o$# aun7ue no ya en $a e%onom6a... Esta estrate4ia# 7ui8otista# &a,r6a de a%ompa3ar $a t'%ti%a
pu,$i%itaria de$ 4o,ierno a $o $ar4o de todo e$ %urso po$6ti%o si4uiente# ,a8o $a !ormu$a%i+n de
Eimpu$sar $a mar%a Espa3aE. La !uerte %ontesta%i+n sim,+$i%a de este dispositi"o -%arte$es 7ue
a!irman EMar%a Espa3a V %&ori*osE. $o %ondena,a a en%ontrar su tum,a en Mara%an'.
En $a !ina$ de $a :opa de :on!edera%iones# $a "i4ente %ampeona de$ mundo se
en!renta,a %on $a se$e%%i+n %ampeona por e9%e$en%ia de$ !@t,o$ mundia$. A$ tiempo# $a e%onom6a
en %risis se med6a %on e$ 4i4ante emer4ente. Aun7ue $os %omentaristas espa3o$es manten6an e$
tono 7ui8otes%o -E&a%er &istoriaE# E$o 7ue nin4@n pa6s &a $o4rado nun%aE.# en rea$idad ya se
&a,6an puesto a preparar# por si a%aso# otra narrati"a distinta# $a de $a traslatii imperii< ENuestra
ma4ia sudameri%ana ser' puesta a prue,a por $a radi%a$ europei*a%i+n de Brasi$E. Es esta $a
narrati"a de$ re$e"o# donde $a poten%ia des%endente a%epta deportivamente 7ue un %am,io de
&e4emon6a &a tenido $u4ar y entre4a e$ testi4o a$ nue"o astro dominante# para retirarse# %omo
Zapatero# por e$ !ondo de$ teatro &ist+ri%o# suspirando a$i"iada.
Despu;s de $a derrota espa3o$a# A-2# $a $e%tura de $a prensa era pre"isi,$e< EBrasi$
%omen*+ $a 4o$eada %on su &imnoE. Les !as%ina,a $a %omuni+n de$ p@,$i%o ,rasi$e3o %on su
e7uipo# %antando todos a capella e$ &imno na%iona$. En e$$o 7uer6an "er $a a%titud propia de una
na%i+n sin %omp$e8os# norma$i*ada. Frente a e$$o opon6an $a situa%i+n de Espa3a 7ue# por su
%on!$i%to territoria$ y su imposi,$e narrati"a mu$ti%u$tura$# tiene un &imno sin $etra# 7ue no re@ne a
$a a!i%i+n en un mismo esp6ritu %om@n. E$ resto de $o su%edido a7ue$ d6a $o e9p$i%ar6an# de un
1)9
15MP2P Germán Labrador
Encuentro transdisciplinar La democracia emplazada
$ado# $a desuni+n na%iona$ estru%tura$ y# de otro# e$ a4otamiento de un mode$o -%ansan%io de $os
8u4adores# a3o di!6%i$# $a edad... ese !ue e$ %ampo sem'nti%o de $a derrota..
Sin em,ar4o# e$ entrenador espa3o$ &ar6a de int;rprete para $a opini+n p@,$i%a# %on un
poderoso au4urio# pronun%iado 8usto antes de$ partido< EE$$os son %in%o "e%es %ampeones de$
mundo y nosotros s+$o una# pero e$ domin4o en Mara%an' arran%a una nue"a era. Empe*amos
$os dos de %ero[. A $o $ar4o de este te9to %reo &a,er esta,$e%ido 7u; si4ni!i%a empe*ar de %ero
en $a tempora$idad a%tua$ de $a %risis en Espa3a. :ero es $a !unda%i+n demo%r'ti%a# es e$
momento anterior a $a %onstru%%i+n de$ estado de$ ,ienestar# de!inido tam,i;n por $a ausen%ia
de dere%&os po$6ti%os. A&6# e$ A-2 ser6a un presa4io !unesto para $a Enue"a eraE< Ee$ sue3o de
Mara%an' !ue una pesadi$$aE# EEspa3a# desnatura$i*adaE# E&a sa$ido todo a$ re";sE. Estar6amos
$$amados a reen%ontrar en e$ !uturo todo $o 7ue no pens',amos en%ontrar nun%a m's de
nuestro pasado.
Mientras $os dos e7uipos e8e%uta,an sus due$os sim,+$i%os en e$ %ampo# !uera de$
estadio de Mara%an' mi$es de personas protesta,an. =Tendr6an a$4o 7ue "er %on e$ %omien*o
de la nueva era 7ue pro!eti*a,a De$ Bos7ue> En $a p$anta de $as protestas# %omo en un
as%ensor e9tra3o# pare%6an %ru*arse $as tempora$idades espa3o$a y ,rasi$e3a# una en ,a8ada
a%e$erada y $a otra en "erti4inoso as%enso. Las protestas en Espa3a son defensivas<
atrin%&erados en $as ruinas de$ edi!i%io de estado# entre $os muros de$ ,ienestar 7ue nos
prote46an %ontra $a !r6a intemperie de$ neo$i,era$ismo# esperamos e$ asa$to !ina$ de nuestros
&am,rientos demonios !ami$iares. Desde Espa3a# $as protestas ,rasi$e3as nos pare%en
!undamenta$mente constructivas. Unas y otras %omparten e$ementos< 7ue8as por e$ aumento de
$os %ostes de $a "ida# por $a pre%ariedad# por e$ a%%eso a $os m6nimos# por $a %on7uista de $a
di4nidad %iudadana. As6 $as $eemos desde e$ otro $ado de$ o%;ano# %omo $a "o$untad de
so%ia$i*ar y de e9tender dere%&os identi!i%ados %on un ,ienestar ra%iona$-na%iona$. Las $eemos
%omo $a $e46tima aspira%i+n a tener $o 7ue en e$ Mediterr'neo estamos perdiendo.
En e$ a3o 122S# en $a Euro%opa de ortu4a$ $a %onstru%%i+n de estadios a %osta de $a
deuda p@,$i%a no 4ener+ %on!$i%tos nota,$es. Tampo%o en Espa3a# %uando se %onstruyeron
inmensas %atedra$es de !@t,o$# a$ ritmo de $a ,ur,u8a de$ $adri$$o. Eran tiempos de estadios y no
de p$a*as. Loy $os estadios son monumenta$es ruinas# %omo e$ 4i4antes%o %o$iseo de Mesta$$a#
para$i*ado desde 122D. Nos 7uitaron e$ pan para %onstruir $os %ir%os y &oy $os %ir%os se
derrum,an. Un ami4o a,o4ado me %on!iesa< Eya ni me 4usta e$ !@t,o$E. Otro em,$ema de$ /5-M
de%6a Epo%o pan y p;simo %ir%oE. Lo 7ue !ue em,$ema de$ ,oom retorna po$iti*ado para e9p$i%ar
$a %risis.
Los %ir%os de $a :opa de$ Mundo ,rasi$e3a ya est'n $istos. Las im'4enes de $as
protestas en Brasi$ pare%en demostrar 7ue ,a8o ese &uso moderno $a re$a%i+n entre !@t,o$#
na%i+n y po$6ti%a es distinta. arodiando e$ $ema period6sti%o# $a 4ente se re@ne ,a8o r+tu$os 7ue
di%en Eo 4i4ante a%ordouE -7ue a "e%es %omp$etan Ee a4ora "em pra ruaE# Ea peri!eria nun%a
durmiuE# et%.. Las m's%aras de FaGHes %on"i"en %on $as ,anderas na%iona$es -i4ua$ 7ue $o
&a%en en ?ccupy Dall &treet en Estados Unidos.. ) a di!eren%ia de $o o%urrido en ortu4a$# y en
Espa3a# en Brasi$ &oy es $a propia %u$tura de$ !@t,o$-espe%u$a%i+n-espe%t'%u$o $a 7ue suministra
$os e$ementos para $a %r6ti%a< no se ne%esitan estadios# se ne%esitan &ospita$es. Si en Espa3a o
ortu4a$ &oy se 4rita E!uera e$ FM(E# E7ue $i9e a TroiHaE o EMerHe$ 4o &omeE en Brasi$ &oy se 4rita
EF(FA 4o &omeE. Si en Espa3a $a Euro%opa sir"i+ de te$+n de !ondo para &a,$ar de po$6ti%a sin
190
UOC / IN !edes" Mo#imientos $ %ecnopol&tica
Uni#ersitat Oberta de Catalun$a Internet Interdisciplinary Institute
&a,$ar de $as protestas# en Brasi$ $a :opa de$ Mundo pare%e ser"ir para &a,$ar de $a protesta
po$6ti%a. :omo ,ien sa,e e$ se$e%%ionador espa3o$# $o 7ue su%ede !uera de $os estadios &a de
de!inir $a nue"a era 7ue empie*a a&ora 7ue e$ mar%ador se &a puesto a %ero. Una "e* m's.
#ibliogra!ía citada
BARTLES# Ro$and. Mitolo!ías# M;9i%o< Si4$o ZZ(# 12/2.
:(R(AN(# Ro,erto. &ociolo!ie del tempoE tra crónos e kairós# Roma< Euroma# /DD0.
ESOS(TO# Ro,erto. )íos# )iopolítica y filosofía# Buenos Aires< Amorrortu# 122?.
FERNTNDEZ-SAVATER# Amador. \E$ arte de es!umarse< %risis e imp$osi+n de $a %u$tura
%onsensua$ en Espa3a.[ El Estado Mental / -12//.< s.p.
]]. \=:+mo se or4ani*a un %$ima>[ >uera de /u!ar. 24blico D ene. 12/1. Xe,.
]]. \M's%aras# !i%%iones po$6ti%as# nom,res %o$e%ti"os^[ >uera de /u!ar# 24blico /? ene.
12/1. Xe,.
]]. Eo$6ti%a $itera$ y po$6ti%a $iteraria -so,re !i%%iones po$6ti%as y /5-M.E. ;nterferencias# El
diario#es ? di%. 12/1. Xe,.
FERNTNDEZ SAVATER# Amador -ed... EJes@s a$a%ios. La "erdadera %at'stro!e.E >uera de
lu!arE conversaciones entre crisis y transformación. Madrid< A%uare$a Li,ros# A. Ma%&ado Li,ros#
12/A.
FONTA(NE# :$aire. 0otas sobre economía libidinal# Le+n MUSA: D.L. 12//.
FOU:AULT# Mi%&e$. /os ,normales# Fn curso del collG!e de >rance# 75HI"75HJ# Madrid< AHa$#
122/.
CAR:_S# Joan. &oberanos e intervenidos# Estrate!ias !lobales, americanos y espa<oles.
Madrid< Si4$o ZZ(# /DD?.
CENRO# Tarso. %einventar el futuro# -emocracia y socialismo en la era de la !lobalización#
Bar%e$ona< Edi%iones de$ Ser,a$# 122/.
LARVE)# Da"id. El nuevo imperialismo# Madrid< AHa$# 122S.
NOSELLE:N# Rein&art. ,celeración, pro!nosis y secularización. Va$en%ia< re-te9tos# 122A.
NRALE# Ja"ier. $oser y cantar# Espa3a< /R :&u$o Re%ords# 12/2.
LABRADOR M;nde*# Cerm'n. \Las "idas subprime. La %ir%u$a%i+n de historias de vida %omo
te%no$o46a de ima4ina%i+n po$6ti%a en $a %risis espa3o$a -1220-12/1..[ &pecial ;ssue# /a
ima!inación sostenibleE culturas y crisis económica en la Espa<a actual# Ed. Luis Moreno-
:a,a$$ud. 1ispanic %evieA R2.S -Autumn 12/1.< 550-5R/.
&ttp<QQd9.doi.or4Q/2./A5AQ&ir.12/1.22S/
---. \Buimera Es!;ri%a. La e9perien%ia est;ti%a de $a %risis espa3o$a y su sim,o$i*a%i+n 7ui8otista
en $a Euro%opa de 12/1.[ Kournal of *ontemporary &panish /iterature and >ilm 1 -12/A. -press.<
1*1
15MP2P Germán Labrador
Encuentro transdisciplinar La democracia emplazada
A5 p. Xe,.
---. \=Lo $$ama,an demo%ra%ia. La %r6ti%a est;ti%a de $a po$6ti%a en $a transi%i+n espa3o$a.[ Ese
objeto oscuro llamado transición# 1acer historia del postfranquismo hoy. Fran`ois Codi%&eau
-ed. -,ooH manus%ript under re"ieG..
LANOFF# Ceor4 y MarH Jo&nson. Metaphors Ae live by# :&i%a4o < Uni"ersity o! :&i%a4o ress#
/DR2. Metáforas de la vida cotidiana# Madrid< :'tedra# /DD?.
LARRA# Mariano Jos; de. \E$ d6a de di!untos de /RA?. F64aro en e$ %ementerio.[ El Espa<ol A?R
-1 no". /RA?.. Xe,.
L)OTARD# Jean-Fran`ois. Economía libidinal# M;9i%o< F:E# /DD2.
MARTaNEZ# Cui$$em \E$ %on%epto :T.[ *$ o la *ultura de la $ransición# *rítica a 9J a<os de
cultura espa<ola. Bar%e$ona< De,o$si$$o# 12/1< /A-A?.
---. \C$@# 4$@# 4$@.[ -ia!onal periódico 1R may 12/A. Xe,.
MARZ# :ar$. El dieciocho brumario de /uis )onaparte en :ar$ Mar9 y Frederi%H En4e$s. ?bras
esco!idas en tres tomos. Mos%@< Editoria$ ro4reso# /DR/.
NAVARRO LbEZ# Vinen`. El estado de bienestar en Espa<a. Bar%e$ona< Ana4rama# 1221.
ONC# Xa$ter J. ?ralidad y escritura# $ecnolo!ías de la palabra# M;9i%o< F:E# /DR0.
RODOTc# Ste!ano. $ecnopolitica# /a democrazia e le nuove tecnolo!ie della comunicazione#
Roma# Bari< Later*a# /DD0.
STN:LEZ# Juan Luis. Retransmisi+n de $a Asam,$ea de $a uerta de$ So$ -Madrid.# /0 de mayo
de 12//. Xe,. &ttp<QQGGG.youtu,e.%omQGat%&>"VZADpJdsJS,o
STN:LEZ-MATEOS ania4ua# Ra!ae$. En nuestros jardines se preparan bosques# Le+n<
MUSA:# 12/1.
SENDER# Ram+n J. ?#2# L?rden 24blicoM# Madrid< Ed. :enit# /DA/.
TAUSS(C# Mi%&ae$. $he ma!ic of the state# NeG )orH < Rout$ed4e# /DD0.
VAL DEL OMAR# Jos; de$. $ríptico elemental de Espa<a# Bar%e$ona< :ameo# 12/2.
VATT(MO# Cianni# Santia4o Za,a$a y Mi4ue$ Sa$a*ar. *omunismo hermenéuticoE de 1eide!!er
a Mar'. Bar%e$ona< Editoria$ Lerder# 12/1.
V(Z:AaNO :ASAS# Fernando. ###@ al tercer a<o resucitó. Bar%e$ona< $aneta# :o$e%%i+n !',u$a#
/D0R.
VVAA. $ecnopolítica, internet y r"evoluciones# &obre la centralidad de redes di!itales en el
N7JM# Bar%e$ona< (%aria# Asa%o# 12/1.
d(dEN# S$a"o8. El a<o que so<amos peli!rosamente# Madrid< AHa$# 12/A.
1*2
Los públicos y sus
infrapolíticas:
¿hacia una
revolución
democrática de
los prosumidores?
El acontecimiento 15-M subrayó en 2011 el carácter
integral de la crisis sistémica en curso. A falta de una
identifcación con el conunto del es!ectro de la clase
!ol"tica y de los !artidos# las !ersonas recurrimos cada
$e% más a nuestros usos y consumos culturales !ara
re!resentarnos y !roducir imaginarios y lenguaes
!ol"ticos. A !artir de la e&!eriencia 15-M# el Estado
es!a'ol a!arece como territorio de un $iae tendencial
y multitudinario de los !(blicos desde su condición de
suetos del enunciado )acia su !otencial cualidad de
suetos de la enunciación. *ic)o tránsito se a!oya en
!autas de uso y consumo cultural +ue subrayan la
naturale%a !roducti$a de los !(blicos en un conte&to
en el +ue los !rocesos de digitali%ación y el desarrollo
de ,nternet y de las redes sociales )an fa$orecido
decisi$amente las dinámicas colaborati$as y
!artici!ati$as.
Ángel Luis Lara
State University of New York (SUNY)
Parsons The New School for Design, Nueva York
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
Y sobre todo, mi cuerpo, lo mismo que mi alma,
cuídense de cruzar los brazos en la actitud estéril del
espectador, porque la vida no es un espectáculo,
porque un mar de dolores no es un proscenio, porque
un hombre que grita no es un oso que baila..
Aimé Cesaire
...sin empadronar el espíritu en ninguna consigna
política propia ni extraña,
suscitar, no ya nuevos tonos políticos en la vida,
sino nuevas cuerdas que den esos tonos.
César Vallejo
Una mirada situada para un viaje reflexivo
La propuesta analítica que contiene este texto parte de una mirada netamente situada: no sólo
trata de registrar y analizar algunas de las posibles cualidades y potencias emancipadoras
inscritas en el presente, sino que participa de una conersación interna a dic!o campo que
prioriza la elaboración y los intercambios políticos m"s all" de la racionalidad académica# $i
toda producción de conocimientos implica una cierta toma de distancia respecto de las
realidades que se analizan, nuestra mirada explora dic!a distancia %nicamente en el orden de lo
geogr"&ico: nuestra condición de emigrantes en 'stados (nidos nos aporta una perspectia
sobre las pr"cticas y las &ormas de subjetiación asociadas al )*+,# La condición emigrada
puede resultar interesante precisamente por el car"cter singular de su localización y por el tipo
de mirada que puede proponer en los debates#
-o obstante, el car"cter situado de esta propuesta resulta com%n a la condición de toda
actiidad inestigadora: los procesos de inestigación descansan siempre sobre din"micas de
subjetiación desde las que nos proyectamos los propios inestigadores# Como !an subrayado
diersas autoras, la centralidad de los conocimientos situados ./ara0ay, )122 y )11)3 o la
concepción de toda enunciación como política de la localización .4ic!, )1253, constituyen
puntos de partida determinantes y comunes a toda pr"ctica de construcción de conocimientos#
'n nuestro caso la enunciación parte del interior mismo de aquello que inestigamos: somos
parte del campo de subjetiación política y de las &ormas de ida que constituyen el objeto de
este texto# -uestra aportación no sólo constituye ineitablemente una contribución localizada,
sino que resulta eminentemente parcial#
6esde este punto de ista, proponemos un iaje eminentemente re&lexio y, por ello,
necesariamente paradójico, que escapa de la cl"sica distinción dialéctica entre un sujeto
inestigador y un objeto inestigado# $e trata de un mundo de cuasi-obetos y cuasi-suetos
!abitantes de posiciones !íbridas ajenas a todo proceso de dicotomización .$erres, )11)3#
)
)
(na experiencia tal ez localizable en el campo de una cibernética de segundo orden .7b"8ez, )119 y
)112: -aarro, )1213: una suerte de objetiación re&lexia que no sólo se desmarca de la idea de una
realidad ;externa< y preconstituida, sino que desborda el objeto para incluir en su radio de acción a un
sujeto que debe dar cuenta de sí mismo# $i la cibernética de primer orden o de los sistemas obserados
sit%a al obserador en el exterior del sistema obserado, la cibernética de segundo orden o de los
14
1!M"#" Án$el %uis %ara
&ncuentro transdisciplinar Mareas de lo com'n
6esde ese lugar de la mirada y la escuc!a, &ijamos nuestra atención en una suerte de territorio
!iperespacial constituido por pr"cticas sociales, pautas de expresión política y repertorios de
acción colectia que dibujan una suerte de relatio continuum entre din"micas emergentes
obseradas desde =>>1 en lugares como 7r"n, ?%nez, 'gipto, el 'stado espa8ol, 'stados
(nidos, ?urquía, 'sloenia, @ulgaria o @rasil# ?al y como !emos propuesto en otros textos
.Lara, =>)= y =>)A3, el )*+, puede &uncionar dentro de ese territorio como un acontecimiento a
partir de la de&inición que Lyotar .)1193 le da al término: el impacto de a&luencias de energía
sobre el sistema en tal cantidad que éste no alcanza a sujetarla y a !acerla &luir# $iguiendo esta
idea, Bes%s 7b"8ez .)11=3 !ablaba de acontecimientos en pro&undidad como aquellos capaces
de generar y romper estructuras# La pro&undidad del )*+, se !a expresado en su cualidad de
m"quina de producción de pr"cticas y &ormas instituyentes de subjetiación política
reconocibles en lo que Villasante .=>>53 llama un analizador: sucesos que nos !acen iir
situaciones inesperadas o de ruptura con la cotidianidad m"s rutinaria, proocando saltos en
nuestros esquemas de conductas y actitudes# 6esde este punto de ista, proponemos el )*+,
como una experiencia de ruptura que !a posibilitado la emergencia y la isibilización de nueas
narratias y nueas disposiciones mentales y políticas para la acción colectia y para la ida en
sociedad#
6ic!as narratias parten del irrenunciable car"cter instituyente que !a presentado el )*+
,, así como de su condición de ruptura# $i el orden instituido presenta un problema &ormal de
liquidez desde =>>2, puesto que la &inanciarización generalizada de la ida !a tenido en una
suerte de arti&icialidad del crecimiento económico uno de sus pilares &undamentales, desde
=>)) la química del capitalismo en&renta adem"s el problema crítico de una incipiente !luidez:
las nueas pautas de subjetiación y pr"ctica política, a%n cargadas de límites y de complejas
ambialencias, encarnan nueas expresiones de antagonismo irtual y deslocalizado que &luyen
por medio mundo, actualiz"ndose espor"dicamente en las plazas y las redes#
'n el caso del )*+,, sin embargo, existen, dos din"micas de despotenciación de dic!o
&luido que !an demostrado cierta e&icacia en la realización de su propósito# La primera de ellas
parte de la conersión de lo &luido a un estado gaseoso: tanto las pautas académicas que !acen
del )*+, un nueo capital simbólico a explotar, como las retóricas que lo conierten en una
especie de nueo aparato ideológico .Alt!usser, )1523, es decir, un dispositio de normalización
y reinserción en la reproducción de los existente, tornan el )*+, en un gas que se diluye en un
orden meramente sem"ntico# La segunda pauta de despotenciación consiste en trans&ormar el
&luido en un sólido: la izquierda opera como &uerza centrípeta que pugna por atrapar el
moimiento en signi&icantes, identidades y narratias de lo instituido, tratando de solidi&icarlo en
un orden y una lógica incapaces de expresar y organizar la complejidad y la potencia de las
nueas pr"cticas y las nueas &ormas de subjetiación y de ida# Bunto a estas dos pautas de
cualidad externa, operan de manera di&usa límites y &allas internas que se relacionan, entre
otras cosas, con una incapacidad para interenir decisiamente la política &ormal, trans&ormando
sistemas obseradores incluye al obserador en el sistema obserado .@runet y ,orell, =>>)3# Cearce
.)1193 lo llama una &ronesis: un abandono consciente de la episteme en cuanto conocimiento cientí&ico de
una erdad y una apuesta decidida por el conocimiento de cómo &uncionan las cosas# 'n ez de la teoría
.del espectador3, la praxis .del actor3: conocimientos y saberes re&lexios que trans&orman, en primer
lugar a nosotros mismos .,artín Dutiérrez, )1113#
15
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
el generalizado clima destituyente en procesos concretos de naturaleza constituyente, así como
para construir instancias realmente participadas de organización del com%n y para superar el
car"cter sesgado de una composición social uni&orme y autocentrada, no solo predominante en
algunos de los nodos de la nuea corriente global, sino portadora de una problem"tica
inclinación antropológica !acia el narcisismo y la autorre&erencialidad#
=
'n cualquier caso, el deseo que actia nuestra propuesta analítica es el de combatir la
solidi&icación de la potencia instituyente que encarnan las nueas pautas de moimiento
mediante su captura en la repetición de lo instituido# Como los p%blicos !abitantes de Cassaic
en la maraillosa "e #ind $e%ind .,ic!el Dondry, =>>23, sabemos que el rema&e de lo
conocido y la delegación de las !istorias en otros carece de sentido cuando somos capaces de
producir nuestras propias narratias#
Públicos, multiplicadores, prosumidores: el campo de batalla de la cultura
participativa
Con la emergencia de las industrias culturales en la primera mitad del siglo pasado, Ealter
@enjamin .=>>A3 !abló de una trans&ormación de la &unción social de la producción artística# 'l
nueo car"cter reproductible y serial de los bienes y los contenidos culturales erosionaba
decisiamente la centralidad !istórica de la autenticidad en relación a las obras artísticas, !asta
el punto de generar una mutación de su sentido: ;en lugar de su &undamentación en el ritual,
debe aparecer su &undamentación en otra praxis, a saber: su &undamentación en la política<# La
trans&ormación aticinada por @enjamin en los a8os treinta del siglo pasado dibuja sus trazos en
nuestros días# La cualidad artística del storytelling como base de la política &ormal en el
presente, con equipos de guionistas dirigiendo las campa8as y &ormateando los discursos de las
clases políticas, así como el &ondo eidentemente político de una parte signi&icatia de las
&icciones teleisias mainstream en 'stados (nidos, precisamente de aquellas que dictan la
pauta mundial de la producción de innoación en el campo serial teleisio, son ejemplos
interesantes de la !ibridación entre política y producción artística en las enunciaciones por
arriba#
A
Cor abajo, sin embargo, son los p'blicos los que parecen estar !aciéndose eco del
an"lisis propuesto por @enjamin# ?al y como se !a puesto de mani&iesto en las plazas de medio
mundo, los p%blicos constituyen una de las &ormas de subjetiación predominantes en las
reueltas y las moilizaciones democr"ticas que !emos conocido en los %ltimos a8os: las
2
$laoj FiGeH pareció intuir esta din"mica narcisista cuando en su isita a (ccupy )all *treet en el oto8o
de =>)) mani&estó: ;no os enamoréis de osotros mismos< .!ttp:IIalturl#comIbJox*3# La !omogeneidad de
la composición social de la mayoría de los espacios de (ccupy .jóenes blancos uniersitarios de clase
media y alta3, lleó a algunos participantes a exigir sin éxito una decolonización de la experiencia
.!ttp:IIalturl#comI&tspc3#
3
$eries como +ouse o! ,ards .-et&lix3, -he )ire ./@K3, -reme ./@K3, .ad .en .A,C3, "oard%al&
/mpire ./@K3, +omeland .$!o0time3, (range is the 0e% "lac& .-et&lix3, ,ommunity .-@C3 o
/nlightened ./@K3 ex!iben una cualidad abiertamente política que puede ser igualmente rastreada en
numerosas propuestas de &icción serial teleisia en 'stados (nidos# La estrec!a ligazón entre
contenidos seriales de &icción y política real se puso explícitamente de mani&iesto en la relación de
Kbama con la serie -he )est )ing .-@C3: !ttp:IIalturl#comIpHt!*#
16
1!M"#" Án$el %uis %ara
&ncuentro transdisciplinar Mareas de lo com'n
nueas pautas de con&licto social parecen obserar un tr"nsito generalizado desde los
re&erentes y las estéticas tradicionales del campo político y de las luc!as sociales, !acia la
centralidad tendencial del reciclaje de los consumos culturales en la arena de la expresión
explícitamente política# 'l uso generalizado de la m"scara de 1 de 1endetta, la réplica de
enunciaciones y personajes extraídos de las &icciones teleisias, la resigni&icación de
&enómenos de car"cter masio como el unierso de +arry 2otter, con /speranza 3mbridge y el
/ército de 4umbledore conertidos en actores &undamentales de las nueas semióticas
políticas, o la releancia simbólica del &enómeno &an en el moimiento turco de =>)A, nos
brindan ejemplos utilísimos para comprender la importancia que le concedemos a nuestra
condición de p%blicos a la !ora de participar en din"micas de expresión política y de con&licto
social#
9
'n )1>) el sociólogo &rancés Dabriel ?arde realizó una propuesta de an"lisis de su
tiempo cargada de prognosis y a contracorriente de las categorizaciones de lo social
!egemónicas en esos días# ,"s all" de la noción de masa, re&lejo del p"nico de la burguesía a
la moilización social y al potente antagonismo protagonizado por las clases trabajadoras de la
época, ?arde propuso la categoría de p'blico: ;Lo no puedo estar de acuerdo con un igoroso
escritor, el 6r# Le @on, en que nuestra época sea Mla era de las masasN# 's la era del p%blico o
de los p%blicos, lo que resulta bien di&erente# .O3 @asta con abrir los ojos para darse cuenta de
que la diisión de una sociedad en p%blicos, diisión enteramente psicológica y que
corresponde a di&erentes estados de espíritu, tiende a yuxtaponerse de manera cada ez m"s
isible y e&icaz, pero no a sustituir, a su diisión religiosa, económica, estética, política, en
corporaciones, en sectas, en o&icios, en escuelas o en partidos# .O3 'sta trans&ormación de
todos los grupos en p%blicos se expresa por una necesidad creciente de sociabilidad que !ace
necesaria la puesta en comunicación regular de los asociados por una corriente continua de
in&ormaciones y de excitaciones comunes# $e trata de algo ineitable< .?arde, )1213# $eg%n el
sociólogo &rancés, el origen de los p%blicos se encontraba en el desarrollo del periodismo a
partir de la inención de la imprenta#
*
$i la masa necesitaba de la sincronía espacial y &ísica
para existir, el p%blico constituía una colectiidad puramente espiritual, como una diseminación
de indiiduos &ísicamente separados y para los que la co!esión es completamente mental#
6esde el punto de ista de ?arde, un p%blico constituía un mundo que presentaba dos claes
constitutias b"sicas: la sensación de actualidad y la conciencia de unanimidad simult"nea# 6e
4
Cara la composición de una galería audioisual de la presencia explícita de nuestros consumos
culturales y medi"ticos como !erramientas de expresión y representación políticas se pueden consultar
algunos ejemplos: !ttp:IIalturl#comI0!mjn .V de Vendetta3, !ttp:IIalturl#comIn=!j0 .&icciones teleisias3,
!ttp:IIimeo#comIA==)**59 ./arry Cotter3# Los &ans de los equipos de &%tbol Dalatasaray y @esiHtas,
sujetos de una iolenta enemistad desde !ace décadas, jugaron un papel muy importante en la
Crimaera ?urca de =>)A, cuando sellaron p%blicamente la paz en apoyo del moimiento ciudadano:
!ttp:IIalturl#comIpij*# 6esde este punto de ista, la releancia de los imaginarios y de los uniersos
simbólicos extraídos de los consumos culturales pondría de mani&iesto que, adem"s de obserarse una
crisis de las pautas tradicionales de la representaci5n política, en nuestros días estaríamos asistiendo
igualmente a una crisis de las representaciones políticas tradicionales# 6oble crisis: de la representación
y de las representaciones#
*
;'l transporte de la &uerza a distancia no es nada comparado con el transporte del pensamiento a
distancia< .?arde, )1213#
17
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
a!í la importancia ital no sólo de la imprenta y de la prensa, sino también del &errocarril y del
telégra&o, capaces de comunicar y de acercar in&ormaciones en la producción de una actualidad
y una excitación comunes# Como el propio ?arde se8ala, !ay en el p%blico una especie de
car"cter irtual que necesita ser actualizado constantemente para deenir tal#
$i todo p%blico se origina en ;una necesidad creciente de sociabilidad que !ace
necesaria la puesta en comunicación regular de los asociados por una corriente continua de
in&ormaciones y de excitaciones comunes<, en nuestros días las trans&ormaciones tecnológicas
y culturales ligadas al desarrollo de 7nternet, la digitalización y las telecomunicaciones !an
intensi&icado y &aorecido extraordinariamente la puesta en com%n de los indiiduos y los
grupos, así como la constitución de un &lujo continuo de estímulos y comunicaciones que da
lugar a una sociabilidad marcada por su car"cter irtual y por la iencia permanente de una
actualidad simultanea# 'l desarrollo de las redes sociales en 7nternet es, seguramente, el
&enómeno que expresa de &orma m"s precisa la proli&eración de las conexiones y de la
producción de actualidad compartida en tiempo real#
5
$i el tiempo de ?arde era el tiempo de los
p%blicos, el nuestro parece constituir la época de mayor intensi&icación y desarrollo de los
mismos#
'n ese contexto, los uniersos medi"ticos !an experimentado un intenso proceso de
trans&ormación en los %ltimos einte a8os# (na de las es&eras en la que esa trans&ormación se
!a mani&estado de manera m"s intensa es, precisamente, su relación con los p%blicos# (na
parte sustancial de los an"lisis sobre los media incide en el desarrollo de su car"cter &ormal y
potencialmente interactio# $in embargo, tal y como se8ala BenHins .=>>5a3, la interactiidad se
presenta como una propiedad de la tecnología, mientras que una an"lisis complejo e integral de
la trans&ormación de la relación entre la comunicación medi"tica y los p%blicos exigiría que la
mirada se desplazara m"s all" del &enómeno tecnológico#
6esde este punto de ista, BenHins propone dos conceptos alternatios al de
interactiidad# 'l primero de ellos es el de cultura convergente .BenHins, =>>5a3: en términos
generales, la conergencia medi"tica se re&iere a una situación en la que m%ltiples sistemas
medi"ticos coexisten y en la que los contenidos culturales circulan &luidamente a traés de ellos#
'l segundo de los conceptos propuesto por BenHins es el de cultura participativa .BenHins et al#,
=>>1: BenHins et al#, =>)A3, dando cuenta con dic!a categoría de un cambio cultural que,
asociado a la trans&ormación de los medios de comunicación y de di&usión, !a !ec!o posible
para el consumidor y para el ciudadano medio arc!iar, comentar, apropiarse, resigni&icar,
modi&icar y recircular contenido medi"tico de nueas maneras y por nueas ías# Algunas de las
din"micas a partir de las cuales muc!os jóenes se integran en el unierso cultural participatio
son: a!iliaciones .membresía, &ormal e in&ormal, en comunidades online alrededor de diersas
&ormas de media, como Priendster, PacebooH, ,yspace, metagaming, chat rooms, etc#3:
expresiones .produciendo nueas &ormas creatias, como el sampling digital, la escritura, la
creación audioisual, los mash-ups, etc#3: la resoluci5n colaborativa de problemas .trabajando
juntos en equipos, &ormales e in&ormales, para resoler tareas y desarrollar nueo conocimiento,
como en EiHipedia, juegos de realidad alternatia, spoiling, etc#3: y circulaciones .dando &orma
6
La &igura del -rending -opic .tema del momento, tendencia o tema de moda3 en la red social -%itter
ilustra la centralidad de la producción de una actualidad compartida#
18
1!M"#" Án$el %uis %ara
&ncuentro transdisciplinar Mareas de lo com'n
al &lujo medi"tico a traés del podcasting o el blogging, por ejemplo3 .BenHins et al#, =>>13#
J
?al
y como analiza el propio BenHins .=>>5a3, la cultura participatia es el territorio de un con&licto
intenso entre, por un lado, los consumidores y los usuarios de contenidos medi"ticos y, por otro,
las corporaciones de la comunicación, puesto que los p%blicos actian lógicas y &ormas de
actuación en la red que exceden continuamente el !orizonte comercial y la racionalidad de
negocio que las industrias de la comunicación adscriben de manera uníoca a la producción y
distribución de contenidos#
'n un ecosistema medi"tico y comunicatio como el actual, marcado por la emergencia
de una cultura conergente y participatia, la cualidad de los p%blicos se modi&ica en base a una
potente intensi&icación de su car"cter actio y productio#
Como apunta ,cCracHen .=>)A3, m"s que consumidores los p%blicos resultan cada ez
m"s una suerte de multiplicadores# 'n el contexto de las culturas participatia y conergente,
los bienes, sericios y experiencias medi"ticas y culturales resultan para muc!os p%blicos
simplemente un punto de partida# La categoría de multiplicador nombra un tipo de p%blico
productio que estira los arte&actos medi"ticos y culturales m"s all" de un mero acto de
consumo: .)3 multiplica su alor y extiende su sentido en ejercicios de comunicación y de
propagación susceptibles de réplica in&inita en 7nternet, es decir, &unciona como ;publicitador< y
moilizador que inolucra a otros en el unierso del producto .blogging, podcasting o spoiling3:
y .=3 toma el producto como materia prima que recombinar y modi&icar para la creación de un
contenido deriado .sampling o mash-up3# La cultura participatia y los entornos digitales de
lógica =#> !an intensi&icado enormemente la capacidad multiplicadora de los p%blicos !asta
!acer de ellos erdaderos prosumidores .?o&&ler, )12>3, es decir, sujetos consumidores
eminentemente productios que diluyen la tradicional separación entre actos de producción y
actos de consumo en un moimiento general de comodi!icaci5n total de la creatiidad !umana
.Puc!s, =>>13#
2
J
6riendster, 6aceboo& y .yspace son redes sociales en 7nternet: metagaming de&ine tanto el unierso
exterior a un ideojuego, como cualquier estrategia, acción o método utilizado en un juego que trasciende
un conjunto de reglas prescritas, utiliza &actores externos o a m"s all" de los límites del juego: chat room
!ace re&erencia a cualquier tecnología que a desde la conersación en línea en tiempo real a &oros en
línea y mensajería instant"nea en 7nternet: sampling se re&iere a la acción de tomar una porción o
muestra de alg%n contenido medi"tico para reutilizarlo dando lugar a un nueo contenido: mash-up es la
recombinación y modi&icación de un contenido digital para la creación de un contenido deriado,
generalmente se tata de materiales audioisuales editados desde m"s de una &uente, pero que aparecen
como un contenido unitario: spoiling !ace re&erencia a la actiidad colectia de descubrimiento,
inestigación y reelación de contenidos medi"ticos que se desarrolla en la red: el podcasting consiste en
la distribución de arc!ios multimedia mediante un sistema de redi&usión .4$$3 que permita suscribirse y
usar un programa que lo descarga para que el usuario lo escuc!e en el momento que quiera: blogging es
la acción de gestión y actualización de un blog, también llamado bit"cora digital, cuaderno de bit"cora,
ciberbit"cora, ciberdiario o 0eblog#
2
Crosumidor Q productor R consumidor# 'l concepto de comodi!icaci5n es un anglicismo que tiene su
origen en la palabra commodi!ication# Cor comodi&icación se entiende en sentido amplio la conersión en
mercancía .commodity, en lengua inglesa3 de un bien com%n o de una relación# 'n %ltima instancia, la
comodi&icación implica procesos de trans&ormación de las relaciones sociales en relaciones de
intercambio mercantil# 'n /l .ani!iesto ,omunista, ,arx y 'ngels .)1J>3 !acen re&erencia con tal
199
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
6esde este punto de ista, el deenir prosumidor posee una naturaleza ambialente:
puede dar lugar a la satis&acción personal y comunitaria, al mismo tiempo que &unciona como
espacio de explotación económica .Andrejeic, =>>23# 'n esa ambialencia residen,
precisamente, tanto sus límites como sus potencias, en una tensión que opera como
in&raestructura para una posible emancipación de los p%blicos# Como se8ala 4anciSre .=>>23, la
emancipación comienza cuando se cuestiona la oposición entre mirar y actuar, cuando se
comprende que las eidencias que estructuran las relaciones mismas del decir, el er y el !acer
pertenecen a la estructura de la dominación y de la sujeción# La combinación entre el car"cter
predominantemente productio de los p%blicos y la naturaleza rizom"tica de las redes altera las
relaciones del decir, el er y el !acer en el ecosistema medi"tico, o sea, a&ecta a la estructura
de la dominación# TUuiere decir eso que la dominación desapareceV 'identemente, no# Lo que
se8ala es un giro en la cualidad de la misma que implica nueas intensidades y aperturas, así
como nueos límites y nueas líneas de &uga#
La ambialencia que nombramos como cultura participatia y conergente compone para
los p%blicos un !orizonte paradójico de posibles !ec!o, precisamente, de servidumbre
maquínica .Duattari, =>>93 y de potencialidades postmediáticas .Duattari, )11> y =>>53# La
primera consiste en una intensi&icación de la explotación capitalista que pone directamente a
trabajar a los p%blicos y consumidores teleisios, incluidas sus &unciones perceptias, sus
a&ectos y sus comportamientos inconscientes, es decir, que con&igura una &uerza de trabajo y de
deseo que sobrepasa considerablemente las concepciones tradicionales del trabajo, de la
productiidad y, consecuentemente, de la explotación# Los rasgos postmedi"ticos, por el
contrario, se obseran en un moimiento de reapropiación y uso interactio de las m"quinas de
in&ormación, de comunicación y de inteligencia que determina el salto de una etapa larga de
consenso articulado por los medios de masas a un proceso generalizado de conersión de los
media en !erramienta de disensión y de rede&inición no sólo de la relación entre productor y
consumidor, sino de la propia condición de la ciudadanía#
Infrapolíticas entre los públicos y posibilidades postmediáticas
A partir de este !orizonte analítico, podemos considerar la experiencia )*+, en el 'stado
espa8ol como una potente mani&estación de la posibilidad postmedi"tica# La importancia de las
redes sociales y el car"cter peri&érico de los medios de masas en el relato del )*+,,
&undamentalmente autoorganizado y de&inido por las propias personas participantes de la
experiencia, se8ala de &orma nítida un salto tendencial !acia la reapropiación social de la
comunicación# 'n este sentido, el )*+, podría ser analizado como una reuelta de los p%blicos
&rente a su tradicional condición de espectadores# 6ic!a reuelta !a actualizado en el campo de
lo político lo que resultaba ya plenamente actual en el "mbito de los usos y consumos
culturales: que lejos de encarnar un papel pasio, los p%blicos constituyen un sujeto actio y
categoría a toda conersión a ;cruel pago en e&ectio< .;callous cas! payment<3# ,arx también suele usar
el concepto de commodi!ication en su descripción de la conersión del proceso laboral concreto en
trabajo abstracto# Coniene se8alar que todo proceso de comodi&icación implica un proceso de
conersión de las relaciones en objetos, es decir, la puesta en juego de mecanismos de segregación de
dic!as relaciones de los contextos &ísicos y socioculturales en los que se generan#
#+0
1!M"#" Án$el %uis %ara
&ncuentro transdisciplinar Mareas de lo com'n
plenamente productio de la es&era cultural# 'l )*+, podría nombrar entonces el iaje
multitudinario de los p%blicos desde su calidad de sujetos del enunciado !acia su condición
potencial de sujetos de la enunciación en el "mbito explícito de la política# 6ic!o tr"nsito se
apoya, precisamente, en las &ormas de ida y en las las pautas de consumo cultural asociadas
al desarrollo de la cultura participatia y conergente# A &alta de identi&icación con el conjunto del
espectro de la clase política y de los partidos, sujetos cl"sicos de la mediación y de la pauta
representatia, muc!as de las personas participantes en el )*+, !an recurrido a la &icciones
que extraen de sus consumos culturales para representarse# 6ic!a experiencia puede ser ista
como el salto al "mbito explícito y &ormal de lo político de la intensa proli&eración de
comportamientos y políticas di&usas con las que los p%blicos !an alterado decisiamente los
"mbitos de la producción y de los consumos culturales en los %ltimos a8os: el 'stado espa8ol
representa uno de los epicentros m"s destacados del extendido cuestionamiento actual de las
pautas tradicionales de producción y acceso a los bienes culturales en nuestra sociedad# 'l
car"cter generalizado de la descarga de contenidos desde 7nternet, el uso social masio de las
redes C=C, el niel de socialización de la ética hac&er o el crecimiento de un ciberactiismo local
capaz de a&ectar decisiamente los debates p%blicos, llegando a desbordar las políticas
legislatias .7ey *inde3, !an !ec!o del 'stado espa8ol un &oco de innoación en las lógicas, los
repertorios y los lenguajes de la acción colectia, la producción y el acceso al entretenimiento,
la cultura y el conocimiento#
1
6esde este punto de ista, algunas de las &ormas de subjetiación
política asociadas al )*+,, así como a numerosas pautas obserables en otras experiencias
relatiamente an"logas en otras latitudes, podrían ser catalogadas como parte sustancial de
una incipiente moilización democr"tica de los prosumidores#
6os de los elementos medi"ticos que condensan de manera m"s intensa las
implicaciones asociadas a la categoría de prosumidor son la &igura del !an y el &enómeno
!andom#
)>
,ientras que el primer término de&ine simplemente a un indiiduo que encarna una
relación apasionada con un determinado producto, un unierso o un imaginario medi"tico
concreto, !andom !ace re&erencia a un espacio o ínculo comunitario con el que sus miembros
sienten un determinado grado de compromiso y lealtad# Ambos elementos del medioambiente
medi"tico actual participan de la intersección entre tres de las tendencias que est"n
9
CeHHa /imanen .=>>)3 de&ine la ética hac&er de la siguiente manera: ;'n el centro de nuestra era
tecnológica se !allan unas personas que se autodenominan !acHers# $e de&inen a sí mismos como
personas que se dedican a programar de manera apasionada y creen que es un deber para ellos
compartir la in&ormación y elaborar so&t0are gratuito# .O3 la ética !acHer es una nuea moral que desa&ía
la ética protestante del trabajo, tal como la expuso !ace casi un siglo ,ax Eeber en su obra cl"sica 7a
ética protestante y el espíritu del capitalismo, y que est" &undada en la laboriosidad diligente, la
aceptación de la rutina, el alor del dinero y la preocupación por la cuenta de resultados# Prente a la
moral presentada por Eeber, la ética del trabajo para el !acHer se &unda en el alor de la creatiidad y
consiste en combinar la pasión con la libertad# 'l dinero deja de ser un alor en sí mismo y el bene&icio se
ci&ra en metas como el alor social y el libre acceso, la transparencia y la &ranqueza<# Cara un an"lisis
muy interesante de algunas de las lógicas que modelan las &ormas de ida en 7nternet y en las redes se
puede consultar: Cadilla, =>)=#
10
6an y !andom proienen de la palabra ;&an"tico<, cuyo origen se encuentra en el ocablo latino
;&anaticus<: ;perteneciente a un templo, siriente de un templo, deoto< .BenHins, )11=3#
201
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
determinando la materialidad de la cultura participatia en nuestros días .BenHins, =>>5b3: .)3
nueas !erramientas y tecnologías que permiten a los p%blicos conseguir, apropiarse y !acer
circular contenidos medi"ticos: .=3 un rango de subculturas que promueen la producción
medi"tica del tipo ;!azlo t% mismo< .4o-8t-Yoursel! 948Y:: y .A3 tendencias económicas que
estimulan el &lujo de im"genes, ideas y narratias a traés de m%ltiples canales medi"ticos,
demandando y &aoreciendo &ormas cada ez m"s actias para la condición de p%blico#
@as"ndonos en los an"lisis de BenHins .)11=3, pero aanzando m"s all" de ellos, podemos
proponer que el &enómeno !andom inolucra al menos cinco nieles de actiidad:
0ivel ;
La experiencia !andom se asocia con un modo particular de recepción que implica una
intensa y concentradísima atención sobre el texto medi"tico y cultural, en una mezcla de
proximidad emocional y distancia crítica# La actiidad de los &ans al menos combina: .a3 una
productividad semi5tica deriada de la descodi&icación y la producción de sentido que contiene
todo acto de recepción: y .b3 una productividad enunciativa, puesto que el acto de recepción se
completa y combina con una densa experiencia expresia en el tejido de relaciones
intersubjetias y conersacionales con otros &ans en la co+producción de discusiones, debates,
críticas, posiciones y sentidos#
0ivel <
La lógica !andom implica un conjunto particular de pr"cticas interpretatias y de crítica de
los contenidos medi"ticos y culturales# 'n cierto sentido, los &ans operan como auténticos
igilantes de la co!erencia de dic!os contenidos# $e trata de una pauta obsesia de igilancia
que se desarrolla en dos es&eras di&erentes de actiidad: .)3 una pr"ctica de crítica de los
contenidos mediante permanentes interacciones conersacionales en la red: y .=3 la
elaboraci5n de un campo de intertextualidad .Wristea, )12>3, es decir, de conexión de un texto
con otro texto# 'n el caso de la &icción teleisia de car"cter serial, por ejemplo, dic!a relación
est" !ec!a de supuestos creatios, inestigación detallada y exploración de posibles desarrollos
alternatios para las !istorias y sus personajes que llean el unierso de la serie m"s all" de la
propia serie# 'sta experiencia de intertextualidad no sólo constituye un permanente proyecto
colaboratio que eclipsa la cl"sica distinción entre lector y escritor, producción y consumo, sino
que adem"s se articula como apertura de la serie a su apropiación por parte de los p%blicos# 'n
este sentido, las resigni&icaciones y producciones semióticas de los &ans presentan una
característica releante: se trata de experiencias de narrativa colaborativa en la que las
comunidades !andom ponen en juego una pr"ctica de cooperación en la creación de nueos
uniersos y contenidos a partir de sus consumos medi"ticos y culturales# 'n el caso teleisio,
por ejemplo, un &an lanza un punto de partida para la producción de una nuea !istoria a partir
del gusto compartido por una serie y el trabajo en red de la comunidad a generando y
desarrollando la trama en una escritura compartida y participada# 'sta pr"ctica se inserta en el
espíritu de los propios juegos de rol, cuya particularidad es la sustitución de la lógica
competitia tradicionalmente asociada a las experiencias de juego, por una racionalidad y una
pauta eminentemente colaboratias#
202
1!M"#" Án$el %uis %ara
&ncuentro transdisciplinar Mareas de lo com'n
0ivel =
Las comunidades !andom se caracterizan por el desarrollo de &ormas de producción
cultural, composiciones estéticas y pr"cticas creatias: los &ans suelen apropiarse de productos
medi"ticos para componer una suerte de cultura popular !ec!a de pautas alternatias de
producción, uso, distribución y ex!ibición# 'ste tipo de din"micas desa&ían constantemente a las
industrias medi"ticas y los órdenes jurídicos ligados a la propiedad intelectual# La apropiación
de contenidos mediante la descarga de 7nternet y su distribución digital mediante pautas ajenas
a la lógica mercantil y de negocio, constituyen actiidades de pr"ctica masia entre las
comunidades !andom#
0ivel >
Las comunidades !andom son espacios de creación de &uertes ínculos y de estrec!os
paralelismos e intersecciones entre la ida de sus miembros y los contenidos de los productos
medi"ticos que siguen# 'sta producción de ínculos se inserta en una din"mica de lazo que
sit%a la actiidad de los &ans en el marco de un erdadero trabao a!ectivo# La articulación de
paralelismos y a&ectos por parte de las comunidades !andom posee una doble dirección:
transporta al &an al unierso del producto medi"tico y llea dic!o unierso al mundo del &an,
donde éste resigni&ica y descodi&ica su contenido# La base de la naturaleza a&ectia del trabajo
!andom reside en su cualidad de continua producción de !amiliaridad a partir del tejido de redes
&amiliares, es decir, la composición de un grupo de personas con una condición com%n que
determina la &ormación de la comunidad !andom de la que se participa#
0ivel ?
A partir de la idea de una reterritorialización de lo artístico en lo político, podemos
interpretar los uniersos !andom como una base interesante para el desarrollo de lógicas de
;actiismo<# 6e !ec!o, la actitud &an teleisia, por ejemplo, implica una suerte de ;militancia< en
la serie a la que se rinde culto# Los &oros en 7nternet son a menudo el espacio para campa8as y
ejercicios de presión a las cadenas en relación a cuestiones de &orma y contenido de las series
de teleisión y, en general, de los productos medi"ticos# $e trata de una suerte de actiismo que
genera una respuesta, al menos en parte y de &orma simbólica, a la condición desempoderada
de los p%blicos teleisios# Las &ormas de ;actiismo< !andom pueden ser interpretadas a partir
de la noción de in!rapolítica .$cott, )11>3: un concepto que nombra las pr"cticas inisibles de
resistencia cotidiana, indiiduales o colectias, que los grupos subalternos despliegan de
manera di&usa en los territorios de la ida cotidiana#
))
Cor resistencia no entendemos
comportamientos meramente reactios o de oposición, sino una amplia gama de pr"cticas
sociales que en numerosas ocasiones poseen una naturaleza productia y creatia# TUuiere
decir este concepto que existan campos sociales carentes de cualidades y elementos políticosV
-o# Lo que se8ala es un orden de pr"cticas sociales y &ormas de subjetiación que no explicitan
la cualidad política que contienen# La multiplicidad de realidades que componen la praxis
in&rapolítica nos llea a la coneniencia de nombrarla en plural, como in!rapolíticas# Codemos
11
;.O3 el término in!rapolítica parece una &orma económica de expresar la idea de que nos !allamos en
un "mbito discreto de con&licto político# .O3 la luc!a sorda que los grupos subordinados libran
cotidianamente se encuentra Xcomo los rayos in&rarrojos+ m"s all" del espectro isible< .$cott, )11>3#
203
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
!ablar en este sentido de in!rapolíticas de los p'blicos para dar cuenta de comportamientos
discretos y de repertorios pr"cticas que no se muestran en los campos &ormales de la
racionalidad política, sino que se mueen discretamente en los espacios de lo cotidiano: ciertas
pr"cticas y lógicas asociadas al &enómeno !andom entran dentro de esta categoría#
Varias de las lógicas y de los modos de !acer en red que acabamos de describir en los
cinco nieles de la actiidad !andom presentan cierta simetría con algunos elementos
característicos de nueas &ormas de subjetiación y de pr"ctica política que !emos podido
obserar a partir del )*+, y de otros moimientos actuales en di&erentes partes del planeta# La
distancia crítica, el tejido de relaciones intersubjetias y colaboratias, la centralidad de la
creatiidad y de las producciones imaginatias, la potenciación del alor de uso de los
contenidos culturales y medi"ticos, la construcción de espacios de a&ectiidad y de
comunidades, así como el desarrollo de una suerte de compromiso actiista representan tal ez
los pilares del posible puente analítico entre las &ormas de ida de los p%blicos y las nueas
din"micas de expresión y de articulación política obseradas desde !ace unos a8os en
di&erentes ciudades del mundo# 6os de esos interesantes elementos resultan particularmente
signi&icatios: .)3 las pautas colaboratias y la restauración de la preeminencia del alor de uso
de los bienes medi"ticos y culturales nos pone sobre la pista de una subjetiidad y de una
praxis en continuo con&licto con la &orma mercancía: .=3 la articulación de espacios de
a&ectiidad y de comunidades nos indica la existencia de una racionalidad olcada sobre lo
com%n
)=
# 'ste segundo elemento, amén de conectarse directamente con la materialidad y el
espíritu de las ocupaciones de plazas p%blicas en los %ltimos a8os, de ?a!rir a ?aHsim, apunta
un desplazamiento .a3 desde el prerrequisito ideológico a la centralidad de la materialidad
concreta de las relaciones, .b3 desde la releancia de la enemistad como ector &undamental de
la política !acia la amistad como motor b"sico de la acción colectia y .c3 desde un campo
!iperideologizado plagado de trascendencia !acia el tejido colectio de una experiencia material
y com%n de inmanencia#
'identemente, no estamos sugiriendo que el origen de las nueas experiencias de
reapropiación ciudadana de la política se encuentre en la cultura de los &ans# Lo que lanzamos
como idea es que en los uniersos de los p%blicos y en sus &ormas de ida encontramos
materiales de una racionalidad simétrica a algunas de las lógicas y de las pautas organizatias
y de &uncionamiento que !emos conocido en el 'stado espa8ol con el )*+,, es decir, lo que
proponemos es la posibilidad de existencia de una conexión entre las &ormas de ida y los
comportamientos in&rapolíticos de los p%blicos, expresados en el caso que !emos analizado a
traés de la cualidad de las redes colaboratias y de las comunidades !andom, y los lenguajes,
las pr"cticas y las nueas &ormas de subjetiación política en curso# 'n este sentido, y como un
mero apunte metodológico en los m"rgenes de nuestro an"lisis, la clae in&rapolítica puede
resultar ital para desbloquear una mirada sociológica sobre el presente que en numerosas
ocasiones se obsesiona con el eento, abandonando el estudio de los procesos sociales
inisibles yIo in&ormales que normalmente lo preceden, así como &ocalizando %nicamente su
)=
A di&erencia de lo uniersal, que existe en cada miembro de la especie de manera aislada, lo com%n es
aquello que se da %nicamente en la relación, en el ;entre< que nos une y nos separa .7lluminati, =>>13# 'l
giro de lo com%n determina una ruptura con la lógica tradicional de la izquierda, &ocalizada en la
reiindicación de lo uniersal .derec!os uniersales3#
204
1!M"#" Án$el %uis %ara
&ncuentro transdisciplinar Mareas de lo com'n
atención en los re&erentes, los lenguajes y los imaginarios explícitos de lo considerado
&ormalmente como político# 'n mayo de =>)) muc!a gente se preguntaba en la Cuerta del $ol
de ,adrid de dónde !abían salido las capacidades y los saberes que la gente com%n estaba
poniendo en juego para la construcción de la experiencia democr"tica de coniencia política en
la plaza# Lejos de los par"metros de la militancia o de una experiencia de actiismo, esos
saberes y esas capacidades proenían en gran medida de otros espacios, entre las
&ormaciones pro&esionales, las ocupaciones e&ectias y otras es&eras de lo cotidiano en las que
podemos identi&icar también los saberes y las &ormas de ida que se derian de nuestra
condición de p%blicos#
-o obstante, reconocer los territorios in&rapolíticos como sustrato &undamental de la
acción política supone medirse con una complejidad !ec!a de preguntas abiertas y por explorar#
TCómo !acer políticas desdeIcon las in&rapolíticasV TCómo componer lenguajes, tejidos,
instituciones y pr"cticas políticas desde territorios !abitados por la in&ormalidad y por el car"cter
discreto de las implicaciones políticas de los comportamientos y los gestosV TCómo lidiar con la
inexperiencia política de los p%blicos y con una incapacidad generalizada en su seno para
producir an"lisis y estrategias &ormal y explícitamente políticasV ?al ez, para empezar,
debamos dejar de ser nosotros mismos, despoj"ndonos de gran parte de las ropas que !an
estido nuestra cultura política y tratando de instalarnos en un proceso de decolonización de
nuestros propios imaginarios# 'n esa tarea, el tiempo se constituye en un &enómeno clae que
requiere de una ruptura y de una reinención# La graedad trascendental de la impaciencia y las
políticas de la urgencia !an sido !istóricamente datos constitutios de las posiciones de
izquierda# ?anto en la es&era institucional .@traducirlo a votos yaA3, como en las realidades
actiistas .@lo queremos todo y ahoraA3, !emos asistido sistem"ticamente a una suerte de
mentalidad sumarísima .$"nc!ez Perlosio, =>>23#
)A
La &uga de dic!a mentalidad constituye, tal
ez, el primer paso para una posible política emancipadora de los p%blicos#
Al mismo tiempo, la propuesta de una releancia política de las in&rapolíticas nos coloca
&rente a la necesidad de con&rontarnos con el tiempo de lo ya existente y no tanto con la
entelequia abstracta de un mundo por enir# $e trata de una lógica que se articula en torno a la
inestigación de las cualidades potencialmente políticas inscritas ya en las pr"cticas que
componen los "mbitos di&usos e in&ormales del cotidiano, así como en la articulación de
sentidos di&erentes para muc!as de las cosas que ya !acemos o que sabemos que !acen otros#
'n cierta medida, se trata de un salto de paradigma temporal en la concepción del proyecto
reolucionario, tradicionalmente concebido en los términos de una ruptura que tenía que er,
sobre todo, con una separación del tiempo de la normalidad a traés de la &undación de un
tiempo nueo, radicalmente otro#
)9
$in embargo, a partir del interés por las in&rapolíticas emerge
)A
;-o sé quiénes tendrían que producirnos m"s !orror: si los del MCaiga quien caigaN, los del MAquí a a
er que tomar una determinaciónN, o los de M'sto lo arreglaba yo en einticuatro !orasN# Y6ios, pero qué
tenebrosamente espa8olas suenan esas &rasesZ TUué tradición de rencor inextinto, de maldad in&ligida o
padecida, !a podido dejar en el alma de los espa8oles un poso tan siniestroV TUué !a podido marcar a
&uego semejante impronta, para cuyo espíritu no se me ocurre a!ora ning%n nombre m"s propio y
expresio que el de Mmentalidad sumarísimaNV< .$"nc!ez Perlosio, =>>23
14
La !istoria ilustra sobradamente esta concepción: tanto la 4eolución Prancesa como la bolc!eique
instauraron nueos calendarios con nueas &ec!as: los comuneros de Carís disparaban a los relojes de la
#+5
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
la posibilidad de una relación di&erente con el tiempo: nuestro problema seguramente sea cómo
conectar los proyectos y los procesos radicales de cambio social con la cotidianidad de nuestra
ida para poder así !acerlos !abitables# -o se trata de una ruptura en el tiempo, de la
articulación de una temporalidad %nicamente iible para unos pocos, sino del tiempo de una
emancipación democr"tica !abitable y participable por cualquiera, o sea, por el 11[#
Referencias bibliográficas:
AL?/($$'4, Louis# ;7deología y aparatos ideológicos del 'stado<# 'n 7a !iloso!ía como arma
de la revoluci5n# ,éxico: $iglo \\7, )152#
A-64'B'V7C/, ,arH# ;Eatc!ing ?eleision 0it!out City: ?!e Croductiity o& Knline Pans<# 'n
-elevision and 0e% .edia, Vol# 1, 7ssue =9, =>>2#
@'-BA,7-, Ealter# 7a obra de arte en la época de su reproducibilidad técnica# ,éxico: 7taca,
=>>A#
@4(-'?, 7gnasi y ,orell, Antoni# ;'pistemología y cibernética<, en 2apers, n] 5*, =>>)#
P(C/$, C!ristian# ;7n&ormation and Communication ?ec!nologies and $ociety: A Contribution to
t!e Critique o& t!e Colitical 'conomy o& t!e 7nternet<# 'n /uropean Bournal o! ,ommunication,
Vol# =9, 7ssue 51, =>>1#
D(A??A47, Pélix# ;Vers une Sre post+média<# 'n -erminal n] *), )11>#
D(A??A47, Pélix# 2lan sobre el planeta. ,apitalismo mundial integrado y revoluciones
moleculares# ,adrid: ?ra&icantes de $ue8os, =>>9#
D(A??A47, Pélix# *o!t *ubversionsC -exts and 8ntervie%s ;DEE-;DF?# -e0 LorH: $emiotext.e3,
=>>5#
/A4AEAL, 6onna# ;$ituated Wno0ledges: ?!e $cience Uuestion in Peminism and t!e Criilege
o& Cartial Cerspectie<, en 6eminist *tudies, Vol# )9, -o# A, )122#
/A4AEAL, 6onna# ^A Cyborg ,ani&esto: $cience, ?ec!nology, and $ocialist+Peminism in t!e
Late ?0entiet! Century^, en *imians, ,yborgs and )omenC -he $einvention o! 0ature# -e0
LorH: 4outledge, )11)#
/7,A-'-, CeHHa# -he +ac&er /thic and the *pirit o! the 8n!ormation Gge# -e0 LorH: 4andom
/ouse, =>>)#
ciudad en )2J): en la nota que escribió antes de quitarse la ida, ,ayaHosHi de&inió la derrota del
proyecto soiético como la incapacidad de la reolución para romper con el tiempo de la normalidad, de la
ida cotidiana#
#+6
1!M"#" Án$el %uis %ara
&ncuentro transdisciplinar Mareas de lo com'n
7@_`'a, Bes%s# .ás allá de la sociología. /l grupo de discusi5nC técnica y crítica# ,adrid: $iglo
\\7, )11=#
7@_`'a, Bes%s# /l regreso del sueto. 7a investigaci5n social de segundo orden, ,adrid: $iglo
\\7, )119#
7@_`'a, Bes%s# 0uevos avances en la investigaci5n social, @arcelona: Croyecto A, )112#
7LL(,7-A?7, Augusto# 2er !arla !inita con lHidea de sinistra# 4oma: 6erie Approdi, =>>1#
B'-W7-$, /enry# -extual 2oachers. -elevision 6ans and 2articipatory ,ulture, -e0 LorH:
4outledge, )11=#
B'-W7-$, /enry# ,onvergence ,ulture. )here (ld and 0e% .edia ,ollide# -e0 LorH: -e0
LorH (niersity Cress, =>>5a#
B'-W7-$, /enry# 6ans, "loggers and Iamers. /xploring 2articipatory ,ulture# -e0 LorH: -e0
LorH (niersity Cress, =>>5b#
B'-W7-$, /enry: C(4($/K?,A, 4ai: E'7D'L, ,argaret: CL7-?K-, Watie: y 4K@7$K-,
Alice B# ,on!ronting the ,hallenges o! 2articipatory ,ultureC .edia /ducation !or the <;st
,entury# Cambridge: ?!e ,7? Cress, =>>1#
B'-W7-$, /enry: PK46, $am: y D4''-, Bos!ua# *preadable .edia. ,reating value and
meaning in a net%or&ed culture# -e0 LorH: -e0 LorH (niersity Cress, =>)A#
W47$?'VA, Bulia# 4esire in 7anguageC G *emiotic Gpproach to 7iterature and Grt# -e0 LorH:
Columbia (niersity Cress, )12>#
LA4A, _ngel Luis# ;Virgil $tarH0ell en la Cuerta del $ol: p%blicos en reuelta, políticas !acia el
ser por enir<# 'n +ispanic $evie%, Vol# 2>#9# Autumn =>)=#
LA4A, _ngel Luis# ;La producción de la plaza: los moimientos )*+, y Kccupy Eall $treet
desde la perspectia del trabajo cognitio<# Conencia presentada en el \7 Congreso 'spa8ol de
$ociología, (niersidad Complutense de ,adrid .(C,3, )>, )) y )= de julio de =>)A#
LA4A, _ngel Luis# ;(na reolución democr"tica<# 'n eldiario.es, A de &ebrero de =>)A#
!ttp:IIalturl#comI*Hnqa
LLK?A46, Bean Pranbois# 4érive J partir de .arx et 6reud# Caris: Dalilée, )119#
,A4?c- D(?7d44'a, Cedro# ;'l sociograma como instrumento que desela la complejidad<#
'n /mpiria. $evista de .etodología de ,iencias *ociales# -] =, )111#
,A4\, Warl y Priedric!, 'ngels# -he ,ommunist .ani!esto# -e0 LorH: Cat!&inder, )1J>#
,CC4ACW'-, Drant .=>)A3: ;Consumers or ,ultipliersV<# =>)A# 6isponible en
!ttp:IIalturl#comIx!jyd
-AVA44K, Cablo# ;$istemas re&lexios<# 'n 4om"n 4eyes .6ir#3, -erminología cientí!ico-social.
Gproximaci5n crítica# ,adrid: Ant!ropos, )121#
#+7
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
CA67LLA, ,argarita# /l &it de la lucha en 8nternet# 2ara vieos militantes y nuevas activistas#
,adrid: ?ra&icantes de sue8os, =>)=
C'A4C', @arnett# ;-ueos modelos y met"&oras comunicacionales<# 'n 6ora Pried $c!nitman
.Coord#3, 0uevos paradigmas, cultura y subetividad# @arcelona: Caidós, )119#
4e-C7'4', Bacques# 7e spectateur émancipé# Caris: La Pabrique éditions, =>>2#
47C/, Adrienne# "lood, "read and 2oetry# -e0 LorH: Virago, )125#
$_-C/'a Perlosio, 4a&ael# 1endrán más años malos y nos harán más ciegos# @arcelona:
6estino, =>>2#
$CK??, Bames C# 4omination and the Grts o! $esistance. +idden -ranscripts# -e0 /aen: Lale
(niersity, )11>#
$'44'$, ,ic!el: /l contrato natural, Valencia: Cre+?extos, )11)#
?A46', Dabriel# 7H(pinion et la !oule# Caris: C(P, )121#
?KPPL'4, Alin# -he -hird )ave# -e0 LorH: ,orro0, )12>#
V7LLA$A-?', ?om"s 4# 4esbordes creativosC estilos y estrategias para la trans!ormaci5n
social# ,adrid: Los libros de la Catarata, =>>5#
#+8
#15mPaRato
o escrache
tecnopolítico
La palabra “escrache” se popularizó en el léxico del
movimiento global a partir las acciones de
señalamiento de responsables políticos o armados, por
ejemplo de las Juntas ilitares !rgentinas" #l $% de
marzo de &''( )"*"J"+", organizó el escrache contra el
genocida -idela, presidente de la Junta ilitar .ue dio
el golpe de #stado en $/0(" -idela 1ue condenado a 2'
años de c3rcel por robo sistem3tico de bebés durante
la 4ltima dictadura militar 5$/0( 6$/%78" La vinculación
entre escrache 9 neoliberalismo resulta clara en el
caso argentino 9 en el .ue nos ocupa" La dictadura
militar 1ue la encargada del desarrollo primigenio de
las políticas de devastación del bienestar 9
privatización de los servicios p4blicos" #n el #stado
español, durante &'$7, la palabra escrache ha sido
central en el debate político" La lucha de la :!), por la
aprobación de la *L: en el ;ongreso de los <iputados,
se ha basado en la presión popular delante de los
domicilios de los parlamentarios del :: contrarios a
unas medidas .ue cuentan con el respaldo de m3s del
/'= de la población" :reviamente a la :!), la
campaña $2m:a>ato puso en marcha su
1uncionamiento “escrachador”" ;on datos empíricos,
este artículo trata de realizar una anatomía sobre cómo
ha 1uncionado $2m:a>ato" La centralidad de la red,
nos permite de?nirlo como un escrache tecnopolítico,
es decir, la creación de una atmós1era social
ma9oritaria 1avorable al encarcelamiento de >odrigo
>ato@ un escrache .ue no se .ueda solamente en la
red, sino .ue produce realidad 9 democracia
utiliz3ndola"
Joan Gual
Fundación de los Comunes/OMB
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
El porqué de este artículo
En mayo de 2012, el día del primer aniversario del 15M, tuve la ocasión de estar presente
en el momento de gestación de la campaña #15MpaRato. Este meme daa nomre a una
iniciativa !ue tenía por o"etivo #inal encarcelar a Rodrigo Rato, el principal responsale de
la ancarrota de $an%ia. El agu"ero generado por dic&a entidad marcó un punto de in#le'ión
en la crisis española deido a unas dimensiones !ue oligaron al Estado a solicitar el
rescate ancario
1
.
(or otra parte, pude participar en la campaña, a la !ue me re#iero en este artículo con
el concepto de escrac&e tecnopolítico, aportando #ondos a la )e de micro#inanciación
goteo.org, a trav*s de la !ue se otuvieron los 15.000 + para #inanciar la campaña en menos
de 2, &oras. -ami*n particip* en varios de los -- !ue se lograron &asta &oy y propuse una
re#le'ión sore la campaña, antecedente de este artículo, !ue apareció en stupidcity.net.
.on todo esto !uiero decir !ue sin ser parte del motor organi/ativo de 15MpaRato pude
participar y me siento coprotagonista de la acción desde mi vida cotidiana. 0e alguna
manera, la escritura este te'to y la participación en las "ornadas 15M(2( tiene !ue ver con
lo !ue 1lan $adiou denomina como 2#idelidad al acontecimiento3, en este caso un
acontecimiento !ue pone encima de la mesa una muy novedosa #orma de acción política
"usticialista !ue consiste en4 a5 señalamiento, 5 presión social y c5 organi/ación en red,
orientadas todas ellas a condenar a uno de los principales criminales responsales de la
crisis no solamente en nuestro país sino a nivel gloal.
.omo se sae, Rodrigo Rato #ue presidente del 6M7 en los años de la in#lación de la
uru"a sin ni tan si!uiera elaorar un in#orme !ue alertara de la situación
2
. Rato encarna la
idea de !ue no vivimos una crisis sino una esta#a y 15MpaRato una parte de la luc&a contra
la impunidad de sus responsales4 el 18.
El valor político de 15MpaRato va m9s all9 del intento de encarcelar a Rato. Esta
iniciativa e'igió "ulio de 2012, tras la aproación del memor9ndum, la intervención "udicial de
$an%ia para 2evitar !ue las deudas privadas de $an%ia se trans#ormen o sigan
trans#orm9ndose en deuda p:lica3
;
. El "ue/ desestimó las diligencias y actualmente &emos
presenciado no solamente esta trans#ormación sino cómo el goierno Ra"oy da directamente
por perdidos ;<.000 millones del rescate.
En este te'to vamos a poner en relación 15MpaRato con la dictadura #inanciera, con
la pr9ctica del escrac&e y con lo !ue llamaremos la constelación = red de los y las
endeudados>as. -ami*n vamos a de#inir con la mayor precisión posile el concepto de
escrac&e tecnopolítico a partir de sus rasgos principales de #uncionamiento para, #inalmente,
prolemati/ar su e#ectividad política teniendo en cuenta otras estrategias de escrac&e !ue
resultaron victoriosas en 1rgentina.
1 El 6M7 señala a $an%ia como el principal responsale del rescate. ?na reve cronología de su
andadura podría resumirse de la siguiente manera4 $an%ia #ue presentada en #erero de 2011. En
"ulio del mismo año salió a olsa con la mayor o#erta p:lica de suscripción del mercado mundial@
en Acture de 2011 pasó a #ormar parte del 7$EB ;5 con una capitali/ación de <500 millones de +.
1 #inales de 2011 la entidad anunció un ene#icio de ;0C millones cuando en el alance real
e'istían p*rdidas de casi ;000 millones. En mayo de 2012 Rato dimitió. Da inyección total para
sanear el anco asciende a 22.,2, millones.
2 Rodrigo Rato presidió el 6M7 entre "unio de 200, y noviemre de 200E.
; &ttp4>>15mparato.)ordpress.com>comunicadoFsoreFlaFnoFintervencion>
210
1M!"! #oan M$ %ual
&ncuentro transdisciplinar #15MpaRato o escrache tecnopolítico
La constelación de las luchas contra la deuda
Gegri y Hardt de#inen la actual coyuntura de crisis como una 2#9rica de producción de
su"etividad3
,
. Das #iguras su"etivas !ue resultan de este conte'to son4 los y las
endeudados>as, los y las mediati/ados>as, los y las seguriti/ados>as, los y las
representados>as@ cuatro tipologías de grupos sometidos Ia la deuda, a los medios de
comunicación de masas, al sistema ipartidista y al control social so#isticado y la represión5
!ue no son compartimentos estancos sino líneas de prolemas políticos !ue nos atraviesan
a todas y todos en maneras distintas, dando como resultado #ragmentación social, la
impotencia, el miedo y la triste/a.
Jeg:n Gegri y Hardt, #enómenos como el 15M, Accupy o las revueltas 9raes
trans#orman estas identidades sometidas en reelión, potencia y #ormas de organi/ación
novedosas
5
. El 15M &a respondido a las pasiones tristes de la crisis #omentando la aparición
nuevos medios de comunicación !ue roan el monopolio de la verdad a los medios de
masas
<
, nuevas #ormas de representación
E
, &a propuesto nuevas #órmulas de participación
posiles gracias al conte'to tecnológico
K
, &a renovado las pr9cticas antirrepresivas
C
y &a
reali/ado, como veremos m9s aa"o, varias propuestas comativas con el actual r*gimen de
la deuda. 1dem9s, su contriución democr9tica tami*n se &a con#igurado en #orma de
crítica severa a las instituciones del r*gimen político instaurado en España desde 1CEK
10
.
El caso !ue nos interesa m9s a!uí es el de los y las endeudados>as, grupo su"etivo
en el !ue se enmarcan las acciones de 15MpaRato. Gos re#erimos a este grupo con el
nomre de constelación de luchas contra la deuda, y no de movimiento contra la deuda,
deido a !ue en el mismo tienen caida las intervenciones variadas de iniciativas como la
Auditoría de la deuda, el partido político Syriza, la PAH, el colectivo de acción directa y
cac&ondeo Interviene Gila, la Operación Euríbor, o mismamente la guerrilla "urídica
11
!"pa#ato. Je trata de una constelación y no de un movimiento por!ue no tiene centro ni
articulación y atalla en #rentes distintos4 estalecer !u* deuda es legítima y cu9l no lo es
para aproar una !uita, la dación en pago, la transparencia, la "usticia y encarcelamiento de
los y las responsales de la actual situación, o la luc&a partidista desde dentro y contra el
r*gimen de la deuda en la ?E, con#orman algunos de los campos con#lictuales !ue tienen en
com:n el disenso ante el actual goierno #inanciero en sus m:ltiples capas, así como
tami*n el deseo de camiar las reglas del "uego en del actual panorama de e'polio
salva"e
12
.
, Gegri, 1., Hardt, M. I20125. $eclaración. Madrid4 1%al.
5 iídem
< Ramonet, 7. I20115. %a e&plosión del periodismo. Madrid4 .lave 7ntelectual
E (artido B &ttp4>>partidodel#uturo.net>.1>
K 0emocracia ,.0 &ttp4>>demo,punto0.net>es>&ome
C Rereguarda en Moviment &ttp4>>rereguardaenmoviment.org>
10 LL.11. I20115. '( o 'ultura de la (ransición. 'rítica a )! a*os de cultura espa*ola. $arcelona4
0e$olsillo
11 1sí la cali#ica $ernardo Mon/9le/ en su artículo O +ue ,rasil pode aprender con o movimento
!"- I201;5 &ttp4>>revista#orum.com.r>log>201;>0K>oF!ueFoFrasilFpodeFaprenderFcomFoF
movimentoF15m>
12 Hay !ue enmarcar 15MpaRato no solamente en el marco m9s general de las luc&as contra la
deuda sino tami*n en el m9s particular de la proli#eración de iniciativas en las !ue la aportación
de hac.bo/ados0as &a sido #undamental. Da operación Euríor I#ApEuríor5 o 15MpaRato &an
propuesto &erramientas colaorativas de denuncia y desenmascaramiento de la esta#a a la
211
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
La dictadura financiera
0avid Harvey y Gaomi Nlein coinciden en señalar !ue el inicio del neolieralismo tuvo lugar
con el golpe de Estado en .&ile en el año 1CE;
1;
. 0esde ese momento, &an tenido lugar
di#erentes planes de a"uste !ue &an estrangulado, en di#erentes #ases, países de 1m*rica
Datina, 1sia O#rica y &oy el sur de Europa.
Atro autor norteamericano, el cineasta Mic&ael Moore, cali#ica el episodio de 200E en
el (arlamento norteamericano en el !ue se decidió rescatar a los ancos con m9s de E00
mil millones de dólares de dinero p:lico como un 1inancial coup d2Etat
1,
. En su #ilm
'apitalismo una historia de amor, Moore narra la reacción de los mercados ante la negativa
en primera instancia del goierno Aama de salvar los ancos despu*s del cras&. Da a"ada
masiva de las coti/aciones en olsa es la estrategia coactiva del poder #inanciero para #or/ar
al goierno estadounidense a aproar el rescate tras la e'plosión de la uru"a suFprime,
en lo !ue signi#icó el inicio de la crisis #inanciera gloal
15
.
Podemos pensar el neoliberalismo como una dictadura 1inanciera por di1erentes
motivos. En primer lugar, las decisiones +ue constri*en nuestras democracias son tomadas
por un con3unto de apenas veinte bancos representados y con poder de decisión en distintos
or/anismos internacionales I$.E, 6M7 o $M son algunos de ellos5. -anto Accupy como el
15M &an &alado de la clase del 18. 0ic&a minoría est9 #ormada por personas !ue oscilan
en sus cargos entre el sector p:lico y el sector privado creando leyes !ue #avorecen sus
intereses particulares
1<
. 0e esta manera se &a llegado a una indistinción mani#iesta entre el
sector p:lico y el sector privado !ue conlleva a progresivas privati/aciones,
estrangulamiento de países, sociali/ación de la renta disponile solamente a trav*s del
cr*dito y la deuda, y a altas cotas de emporecimiento de la polación mundial.
(or otra parte, el 4 cuenta tambi5n con un elevado nivel de privile/io e impunidad.
(or un lado, la persistencia de los paraísos #iscales permite &acer movimientos de dinero a
/onas oscuras #uera de toda legalidad. Dos paraísos #iscales amparan el #raude #iscal, uno
de los principales prolemas relativos a la corrupción y al reparto de la ri!ue/a. (or otro
lado, la impunidad se visiili/a en las pocas condenas !ue su#re el 18 a pesar de la
aundancia de casos de corrupción o prevaricación en los !ue se ven imputados. Hay !ue
sumar a esta escase/ punitiva la posiilidad de eludir la c9rcel preventiva mediante el pago
de #ian/as astronómicas cuyo valor económico solamente est9 al alcance de un restringido
círculo, lo !ue se traduce en !ue el principio de PPigualdad ante la leyQQ sea #also y est*
marcado por los privilegios de clase.
En otro orden de #actores, cae decir !ue el principio de 66la mano invisible77 +ue
ciudadanía. Je trata de e'perimentos !ue me/clan campaña medi9tica y denuncia, y !ue est9n
asados en una alian/a entre el saer legal e'perto, saer activista y #ormas de organi/ación
provenientes de la cultura organi/ativa de la red.
1; Harvey, 0. I200E5. ,reve historia del neoliberalismo. Madrid4 1%al .uestiones de 1ntagonismo@
Nlein, G. I200E5 %a doctrina del Shoc.- El au/e del capitalismo del desastre. $arcelona4 (aidós
7*rica.
1, Moore, M. I200C5. 'apitalism8 a %ove Story
15 Este dato es relevante no solamente a nivel de descripción del #uncionamiento de la dictadura
#inanciera sino deido a !ue, cuando estalló la uru"a norteamericana, Rodrigo Rato todavía
presidía el 6M7.
16 -al mecanismo oscilatorio &a sido teori/ado con el nomre de PPlas puertas giratoriasQQ. El vídeo
%a Gran Esta1a 9la teoría de las puertas /iratorias:, logra una uena e'plicación al respecto. Ler en
&ttp4>>))).youtue.com>)atc&RvSN?.660TNl%g
212
1M!"! #oan M$ %ual
&ncuentro transdisciplinar #15MpaRato o escrache tecnopolítico
re/ula el mercado ha +uedado en a/ua de borra3as sobre todo a partir del rescate a los
bancos con dinero p;blico +ue ha tenido lu/ar desde <==>. Je &a puesto de relieve desde
entonces el autoritarismo de un sistema !ue PPsociali/a p*rdidas y privati/a ene#iciosQQ@
los niveles alcan/ados en este sentido son desmesurados en el caso español, donde, a
di#erencia de otros conte'tos, no e'iste la dación en pago y cientos de miles de #amilias &an
perdido sus casas pero mantienen la oligación de pagar la deuda contraída con el anco,
llegando en algunos casos al suicidio deido a la elevada presión de sometimiento a dic&a
situación
1E
.
6inalmente, toca decir !ue el artículo ,E de la .onstitución española re/a !ue 2-odos
los españoles tienen derec&o a dis#rutar de una vivienda digna y adecuada. Dos poderes
p:licos promover9n las condiciones necesarias y estalecer9n las normas pertinentes para
&acer e#ectivo este derec&o, regulando la utili/ación del suelo de acuerdo con el inter*s
general para impedir la especulación. Da comunidad participar9 en las plusvalías !ue genere
la acción uranística de los entes p:licos3- 1 la vista de los &ec&os, solamente se puede
a#irmar !ue la 'onstitución es solamente 1ormal y no material, es decir, +ue lo +ue hay en
ella escrito es puro papel mo3ado y no tiene nin/una validez.
En síntesis4 golpe de Estado neolieral, puertas giratorias, impunidad y privilegios de
clase, autoritarismo de mercado y una .onstitución suspendida son algunos de los tra/os de
una dictadura #inanciera contra la !ue se dirige la acción de 15MpaRato. Ua para concluir,
podemos cali#icar a Rodrigo Rato como un PPpersona"e conceptualQQ de la dictadura
#inanciera, es decir, alguien !ue representa las características de la misma !ue &an sido
descritas &asta a!uí.
Dos formas de escrache a la dictadura financiera
Jeg:n la R1E escrachar es4
tr. colo!. 1rg. y ?r. Romper, destruir, aplastar.
tr. colo!. 1rg. y ?r. 6otogra#iar a una persona.
.omen/aremos con una a#irmación de peso4 el escrac&e, entendido como pr9ctica de
señalamiento del puelo a un cargo responsale de actuar contra el inter*s general, es m9s
antiguo !ue el su#ragio universal. En el liro %a ciudad de las pasiones terribles
1K
se descrie
un escrac&e de las su#ragistas inglesas contra un dirigente del momento !ue se oponía al
voto #emenino. Da genealogía del escrac&e se remonta a muc&os años atr9s de nuestro
presente y sería muy interesante poder elaorarla, pero en este apartado nos
con#ormaremos con &alar del escrac&e contra la dictadura #inanciera.
En primer lugar, vamos a #ormular una pregunta4 ?tienen al/o en com;n los
escraches a @idela, los de la PAH a diputados0as del PP contrarios0as a la aprobación de la
17 1 pesar de una sentencia del -riunal de Vusticia de la ?nión Europea !ue con#irma la ilegalidad
de la e"ecución &ipotecaria Iver &ttp4>>a#ectadosporla&ipoteca.com>201;>0;>1,>europaFdeclaraF
ilegalFlaFleyFespanolaFdeFlosFdesa&ucios>5, y del posicionamiento del $.E contrario a los
desa&ucios I&ttp4>>politica.elpais.com>politica>201;>05>2<>actualidad>1;<C5C,520WE;1,1C.&tml5,
dic&a pr9ctica contin:a llev9ndose a cao en España. El n:mero de suicidios &a aumentado desde
el inicio de la crisis seg:n el 7GE, constituyendo a&ora la principal causa de muerte e'terna, por
encima de los accidentes de tr9#ico. Muc&os &an sido los casos, de los !ue &a in#ormado la (a& o
!ue &an aparecido en prensa, en los !ue la causa del suicidio es precisamente el desa&ucio.
1K Xal%o)it/, V. I1CC55. %a ciudad de las pasiones terribles. Lalencia4 .9tedra.
213
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
I%P o el escrache tecnopolítico !"pa#atoA En la opinión de !uien escrie sí, puesto !ue
aun!ue se trata de modalidades distintas de escrac&e, todas ellas est9n orientadas a &acer
presión sore los responsales directos del poder #inanciero. El caso de la (1H, así como
tami*n lo &icieran en su momento las su#ragistas, corresponde a lo !ue denominaremos
como un escrache de producción normativa, es decir, una acción !ue usca &acer leyes a
partir de un sentimiento popular e'tendido
1C
.
(or su parte, los casos de Lidela, perpetrado por el colectivo H.7.V.A.J, y de
15MpaRato, se trata de escraches 3usticialistas !ue tienen la pretensión de in#luir en las
decisiones "udiciales, uscando encarcelar a responsales impunes de un crimen contra el
inter*s general.
.onsideraremos, a partir de esta suma de casuísticas, !ue la palara escrac&e va
asociada a la luc&a contra la dictadura #inanciera y !ue señala una línea de continuidad
entre los conte'tos latinoamericano y español en lo !ue podemos cali#icar como prBcticas
3urídicas distribuidas y destituyentes. 0istriuidas por su car9cter colectivo e inclusivo, y
destituyentes por!ue señalan cierta caducidad del poder neolieral y la necesidad de
sorepasarlo.
M9s all9 de esta constatación, se !uiere poner encima de la mesa el valor
democr9tico de la pr9ctica del escrac&e, !ue &a sido #undamental para la producción de
derec&os como el su#ragio universal o de logros tales como el encarcelamiento del dictador
Lidela, recientemente #allecido detr9s de los arrotes
20
.
Ua para concluir este apartado, si &acemos de la dole acepción de escrac&e citada
al principio de este apartado un signi#icado :nico, podremos decir !ue escrac&e signi#ica
2retratar o #otogra#iar para destruir3, o, lo !ue es lo mismo en el caso de 15MpaRato,
2señalar para acaar con la impunidad3.
El escrache tecnopolítico
En el post !ue antecedió al presente
21
artículo se de#inía el escrac&e tecnopolítico de la
siguiente manera4 2$e1inimos !"pa#ato como un escrache tecnopolítico por el papel
imprescindible +ue ha tenido la or/anización en red en el con3unto de las acciones de
se*alación y acusación4 para construir la !uerella recientemente aceptada a tr9mite #ue
creado un log !ue e'plica por un lado los di#erentes pasos de la campaña, y por otro lado
recopila materiales !ue &an servido para elaorar en detalle el per#il de Rodrigo Rato. En la
cuenta de correo de minilea.s se recibe in1ormación de di1erentes a1ectados y a1ectadas por
1C El C08 de la polación española est9 a #avor de la 7D( impulsada por la (1H. L*ase
&ttp4>>politica.elpais.com>politica>201;>02>1<>actualidad>1;<105;2K1W00KC2,.&tml
20 Je podr9 argumentar !ue tami*n &ay escrac&es antidemocr9ticos, como los llevados a cao por
minorías ultra en 6rancia contra las leyes de matrimonio gay Iv*ase
&ttp4>>))).elperiodico.com>es>noticias>internacional>escrac&eFderec&asF2;<,E,K5. Ystos
ocurrieron al mismo tiempo !ue los de la (1H y #ueron usados como argumento de relativi/ación
por parte de los partidos políticos interesados. En opinión de !uien escrie &ay !ue situar estas
acciones en otra genealogía, la de las cencerradas o 2roug& music3 Iver4 -illy, .. I200E5. @iolencia
como politica- @iolencia colectiva. $arcelona4 Hacer. 1grade/co a Mi!uel 6ern9nde/ esta
re#erencia5, puesto !ue, a di#erencia de los escrac&es, estas acciones pretendían estigmati/ar a
alguien sin ampliar el campo de los derec&os. 0i#erencia sustancial y en las antípodas de los
e"emplos !ue tratamos en este te'to, y por ello merecedores de otro nomre.
21 &ttp4>>stupidcity.net>articulos>15mparatoFoFelFescrac&eFtecnopolitico>
214
1M!"! #oan M$ %ual
&ncuentro transdisciplinar #15MpaRato o escrache tecnopolítico
el caso ,an.ia para articular la acusación Ilas in#ormaciones reciidas eran contrastadas por
periodistas especialistas vinculados a miniFlea%s.com5. ?na ve/ recopilada la in#ormación
necesaria se abrió una cuenta en el proyecto de 1inanciación colaborativa /oteo-or/, +ue
consi/uió el r5cord en velocidad de recaudación4 en apenas 2, &oras se &aían conseguido
los 15.000+, de &ec&o m9s, necesarios para pagar los gastos legales. El martes 10 de "ulio
la !uerella era aceptada a tr9mite por la 1udiencia Gacional.
(or otra parte, (Citter ha sido el principal espacio de construcción emocional y de
respuesta 1avorable al encarcelamiento de #ato. -al y como e'plica D. Jandiumenge Z;[4 El
&as&tag #li!uidar$an%ia, !ue arrancó a las C de la mañana, se mencionó en un poco m9s de
22.000 tuits y #ue trending topic die/ minutos despu*s y &asta las dos de la tarde. 0ic&o H-
#ue lan/ado el 1E de "ulio, día en el !ue #ue pulicada la in#ormación en el log de
15MpaRato de !ue era posile parar el rescate si el "ue/ 1ndreu intervenía "udicialmente
$an%ia. #TueJeVodaElMemorandum o #1cusamos1$an%ia son otros e"emplos de alta
incidencia en la red.
El !" ha acelerado el uso de tCitter como mB+uina de creación de esló/anes y
acciones totalmente incorporada a las dinBmicas de acción. Hay !ue mirar al movimiento
para comprender una #orma de socialidad proli#erante !ue conecta personas mediante la
protesta y !ue &a renovado la cultura de contestación creando #ormas de eco y altavo/ para
o"etivos comunes. 1ltas dosis de &umor y de "uegos de palaras !ue la palara rato
permite &an contriuido a resigni#icar dic&a palara contagiando la protesta.
Otro elemento del escrache tecnopolítico a tener en cuenta ha sido el streamin/.
Miles de personas &emos podido seguir varios episodios de la campaña en directo gracias a
la #ilmación, vía tel*#ono móvil o taleta, de los acontecimientos. El día de la presentación de
la !uerella en rueda de prensa es un e"emplo relevante3.
1&ora contamos con m9s in#ormación para anali/ar el #uncionamiento del escrac&e
tecnopolítico. (or e"emplo, saemos !ue se reali/aron 11 -rending -opic I--5, con los
&astags !ue se pueden leer en el gr9#ico, y se contaili/aron el siguiente n:mero de tuits
22
4
Es muy destacale la in#ormación aportada por un miemro del colectivo 15MpaRato
en una conversación. Jeg:n tal persona, encargada de reciir y organi/ar las in#ormaciones
!ue llegaan a la cuenta de 15MpaRato para articular la denuncia, es muy signi#icativa la
relación directa entre el -- #Tuerella(aRato, uno de los m9s participados, y el #lu"o de
22 0atos aportados por un integrante de 15MpaRato.
215
#15m(aRato 110EE
#7aio#lautas(aRato 5002
#Tuerella(aRato 15<K5
#Rato6unding 11,2<
#1porRato 50,,
#RatoEncerrado 5EEC
#Di!uidar$an%ia 15K1,
#Di!uidarelMemorandum <K2,
#TueseVodaElMemorandum E,1E
#1cusamosa$an%ia <12E
#(reguntas(aRato 5K1,
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
in#ormación !ue llegó en esos días proveniente de gente dispuesta a aportar datos para !ue
la !uerella #uese lo m9s consistente posile. .on su car9cter tecnopolítico, el escrac&e
generó con#ian/a en el target adecuado, ya sea en la recogida de dinero o de datos.
Valoración y conclusiones
Este apartado se titula valoración y conclusiones por!ue este artículo no es tanto un traa"o
acad*mico como un prete'to teórico para &acer una valoración política acerca de
15MpaRato. Jin lugar a dudas, la campaña &a golpeado la línea de #lotación de Rodrigo
Rato. .on toda seguridad, Rato no podr9 volver a ocupar un cargo p:lico en el resto de su
vida, pero, la pregunta !ue de momento !ueda sin responder es4 ?resulta su1iciente un
escrache tecnopolítico para condenar a un político0ban+uero de tal enver/aduraA
Ji miramos &acia 1rgentina podemos oservar dos /randes di1erencias, aparte de la
evidente dimensión online4 la presencia 1ísica masiva en las calles y el conte&to institucional
1avorable.
En primer lugar, la unanimidad popular #avorale a la condena a Lidela !ue acaó
aconteciendo se tradu"o en una presencia 1ísica masiva en la calle
2;
, en sitios tan
signi#icativos como la puerta de la misma casa del #allecido dictador. (ara incidir en la
"usticia, el clima creado de movili/ación #ue persistente y de alta capacidad de convocatoria.
1rgenina se convirtió en un lugar muy #uertemente &ostil para Lidela, no solamente por las
acciones "udiciales sino, sore todo, por las movili/aciones sociales. En este sentido, ?es la
red e+uivalente a la calleA ?(iene el mismo impacto social en t5rminos de repercusión
mediBtica y políticaR
.omo se sae, el escrac&e tecnopolítico 15MpaRato es un escrac&e sin calle. (arece
di#ícilmente conseguile, dada esta característica, el o"etivo marcado de 2convertir España
en un país invivile3 y 2oligarle a emigrar3
2,
.
(or otra parte, viendo el resultado negativo de los escrac&es de la (1H, !ue dic&o
sea de paso &an sido muy minoritarios en cuanto a presencia en la calle, y a pesar del
amplio apoyo de la sociedad a la aproación de la 7D(, todo parece indicar !ue se vuelve
necesario el acompañamiento de la pr9ctica del escrac&e con mani#estaciones !ue sumen y
muestren una relación de #uer/as lo m9s amplia posile. 0e esta manera se podría evitar la
lectura medi9tica !ue señala a los y las 2escrac&istas3 como una minoría, separando de esta
manera los contenidos Ila 7D(5, de las #ormas Iel escrac&e5. 0ic&o de otra manera, +uizB no
sea imprescindible pero sí muy recomendable dotar de Dper1ormances de consenso de
masasE al escrache tecnopolítico. (ara incidir en la "usticia, el sentido com:n &a de ir m9s
all9 de las estadísticas o de las corrientes de opinión mayoritarias y ser visile en el día a
día, trans#ormarse en a#ecto de calle. Ha de ir de la cyerlocali/ación a la geolocali/ación.
En segundo lugar, sí !ue parece muy imprescindile un conte'to institucional
#avorale a la causa. %a no separación de poderes y la mayoría absoluta del PP en el
Parlamento son serios impedimentos para lo/rar +ue el ob3etivo de !"pa#ato prospere.
Recientemente, &emos presenciado cómo el poder "udicial salvaa a otro ministro de la
*poca 1/nar, Vaume Matas, de una condena segura alegando !ue no &aía delito de
prevaricación en la actuación de Matas, una sentencia m9s !ue discutile
25
. -ami*n, &emos
23 En este vídeo se puede apreciar la estigmati/ación social total a Lidela y la presión !ue el dictador
genocida pudo sentir #rente a su propia casa4 &ttp4>>))).youtue.com>)atc&RvS2<G'EJLN-0
2, &ttp4>>stupidcity.net>articulos>15mparatoFoFelFescrac&eFtecnopolitico>
25 &ttp4>>politica.elpais.com>politica>201;>0E>2;>actualidad>1;E,5E1EEEW<2KEC<.&tml
216
1M!"! #oan M$ %ual
&ncuentro transdisciplinar #15MpaRato o escrache tecnopolítico
saido de la militancia en este partido de 6rancisco (*re/ de los .oos, presidente del
-riunal .onstitucional, !ue &a a#irmado desvergon/adamente !ue 2Da .onstitución y la Dey
Arg9nica del -riunal .onstitucional no estalecen para los Magistrados del -riunal
.onstitucional incompatiilidad alguna con el &ec&o de pertenecer o &aer pertenecido a
partidos políticos, asociaciones, #undaciones y colegios pro#esionales3
2<
. 6inalmente,
1nticorrupción no &a visto delito ninguno en el caso de las pre#erentes de $an%ia
2E
, y Ra"oy
ya &a dic&o aiertamente !ue ;<.000 millones del rescate a los ancos no ser9n nunca
recuperados.
En 1rgentina el escrac&e a Lidela resultó victorioso en el conte'to del goierno
Nirc&ner, !ue en 200; puso #in a las leyes de (unto 6inal y Aediencia 0eida, leyes de
impunidad !ue impedían !ue los responsales de crímenes de lesa &umanidad #uesen
"u/gados. El traa"o de las asociaciones de reparación de la memoria &istórica, como el de
las Madres de la (la/a de Mayo, #ue acompañado de un conte'to legislativo #avorale al
castigo de los criminales del genocidio y la ararie.
6inalmente, lo !ue no se puede negar es !ue un escrac&e tecnopolítico no !ueda
solamente en la red sino !ue produce realidad utili/ando el espacio ciern*tico. Esa es una
enseñan/a muy valiosa de la pr9ctica "urídica distriuida !ue 15MpaRato &a puesto en
marc&a. Ji el lema PPno somos mercancía en manos de políticos y an!uerosQQ y la
e'igencia de una PPdemocracia real yaQQ pre#iguraron un poder destituyente del orden
estalecido, 15MpaRato &a #uncionado como un dispositivo pr9ctico !ue lo materiali/a y lo
acelera. Je trata de una &erramienta !ue se puede e'portar y &ac%ear. Es gratis y de código
aierto.
Jin ir m9s le"os, en el conte'to catal9n el caso de .atalunya $anc es ien merecedor,
como mínimo, de un escrac&e. -odó, e'presidente de .ai'a .atalunya, una entidad cuya
!uiera &a supuesto una inyección de 1;.000 millones, responsale de miles de desa&ucios
y de una esta#a de pre#erentes !ue &a a#ectado a ,C.000 personas, &a declarado !ue la
entidad 2no devolvió el dinero de las pre#erentes por!ue no se pagan las &ipotecas3. Je trata
del primer an!uero de primer nivel despedido por el 6RA$. (ara ri/ar el ri/o, -odó &a
mani#estado su derec&o a corar una pensión millonaria como parte de su contrato. .on la
meme roma de #15Mpa-odo cierro este artículo.
2< &ttp4>>politica.elpais.com>politica>201;>0E>1C>actualidad>1;E,1K<K2;WE<KE02.&tml
2E &ttp4>>economia.elpais.com>economia>201;>05>;1>actualidad>1;E000EKE5W<02E;1.&tml
217
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
Bibliografía
H1RLEU, 0. I200E5. ,reve historia del neoliberalismo. Madrid4 1%al .uestiones de
1ntagonismo
NDE7G, G. I200E5 %a doctrina del Shoc.- El au/e del capitalismo del desastre. $arcelona4
(aidós 7*rica
GEMR7, 1., Hardt, M. I20125. $eclaración. Madrid4 1%al
Ramonet, 7. I20115. %a e&plosión del periodismo. Madrid4 .lave 7ntelectual
-7DDU, .. I200E5. @iolencia como política- @iolencia colectiva. $arcelona4 Hacer
LL.11. I20115. '( o 'ultura de la (ransición. 'rítica a )! a*os de cultura espa*ola.
$arcelona4 0e$olsillo
X1DNAX7-\, V. I1CC55. %a ciudad de las pasiones terribles. Lalencia4 .9tedra
WEBG!"#!
&ttp4>>15mparato.)ordpress.com>
&ttp4>>partidodel#uturo.net
&ttp4>>demo,punto0.net>es>&ome
&ttp4>>rereguardaenmoviment.org>
&ttp4>>revista#orum.com.r>log>201;>0K>oF!ueFoFrasilFpodeFaprenderFcomFoFmovimentoF
15m>
))).stupidcity.net
"$L%&G!"#!
"OO#E, "- 9<==F:- 'apitalism8 a %ove Story- http800CCC-youtube-com0CatchA
vG'vydCaPhv%s
N7-707, Naterina@ .H1-\7J-E61GA?, 1ris. I20115. $eudocracia
http800CCC-youtube-com0CatchAvG'HI'JhJK<IH
El Escrache a @idela8 http800CCC-youtube-com0CatchAvG<LM&>S@N(b=
%a Gran Esta1a 9la teoría de las puertas /iratorias: &ttp4>>))).youtue.com>)atc&R
vSN?.660TNl%g


218
Burbujas culturales
y culturas del
compartir. Notas
sobre producción
de subjetividad
en torno al 15M
En estos momentos todavía de gran indefnición y
constante incertidumbre respecto a la trayectoria de
las culturas del compartir que emanaron de la ética
hacker y que han proliferado por todas partes en el
capitalismo global, parecería que la situación es
extremadamente empoderadora en cuanto a la
creación de un deseo colectivo de lo común y de una
subetividad que se aparta de las burbuas de la
competición, pero que al mismo tiempo, ese deseo y
esa subetividad no se traduce de forma inmediata en
la creación de instituciones que aseguren la defensa y
sostenibilidad de un común capa! de plantar cara al
neoliberalismo" #al ve! la tarea que queda por hacer no
apare!ca tan monstruosa si atendemos a esa forma de
construcción de subetividad que movimientos como el
$%& han potenciado, y a cuyo potencial transformador
probablemente continuaremos asistiendo durante los
próximos a'os"
Luis Moreno-Caballud
Universidad de Pennsylvania
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
Insuflar valor
El recientemente desaparecido “Diario Kafka” de El diario.es publicó una serie de artículos
sobre algo que allí se llamaba “la burbuja literaria”. En síntesis, el hilo central que se proponía
era el siguiente la industria editorial espa!ola es una burbuja, se publican cada "e# m$s libros
%unos &&'.''' al a!o, incrementando un (&) en los *ltimos cinco+ a pesar de que cada "e# ha,
menos lectores %-') de la población+ , se "ende menos %el .') de los libros se de"uel"en+.
Este sistema insostenible se apo,a en un constante apla#amiento del momento de la "erdad
cuando las librerías de"uel"en los libros que no han "endido, las editoriales ,a les est$n
en"iando m$s no"edades con las que se e"itan afrontar las perdidas, porque las librerías pagan
al recibir.
/ero, adem$s, había otra dimensión del asunto, que tenía que "er con la “calidad
est0tica”. /ara poder mantener "i"a esta m$quina circular de deuda apla#ada, las grandes
editoriales %, los grandes grupos medi$ticos a los que pertenecen+ se dedican a hinchar el "alor
no sólo mercantil sino tambi0n est0tico de los libros que "enden, a menudo apo,$ndose en la
creación de “star1s,stems” de autores , en otros tipos de “h,pes” publicitarios. El editor Enrique
2urillo se!alaba que ha habido al menos dos burbujas en la historia reciente del mundo editorial
espa!ol la mu, cercana de los “mega1bestsellers” anglosajones , la anterior de la “3ue"a
3arrati"a Espa!ola”, que comen#ó hacia principios de los a!os 4'. 2urillo afirma que en estos
casos se produce una “inflación de la "aloración crítica de ciertas obras”5 haci0ndose eco, por lo
dem$s, del conocido argumento sobre la falta de independencia de la crítica literaria actual que
ha desarrollado gente como 6gnacio Eche"arría, 7onstantino 80rtolo o 7arolina 9eón, entre
otros.
Esta especie de “burbuja de "alor literario” bien se podría poner en relación con otros
fenómenos de especulación con "alores culturales que se han dado , se siguen dando en las
dem$s industrias culturales del estado espa!ol. :ui#$s el ejemplo que primero "iene a la
cabe#a es el de la arquitectura. ; m$s de uno nos quedar$ en la memoria, como representación
icónica de los a!os de la burbuja, la imagen de esos grandes mausoleos postmodernos de la
cultura dejados a medio construir o en proceso de degradación que el complejo inmobiliario1
político1constructor hi#o proliferar por el estado espa!ol durante sus a!os de furor especulati"o.
<e podría decir que, del mismo modo que la "ertiginosa subida del precio de la "i"ienda creo un
“efecto rique#a” en el =>) de espa!oles que se con"irtieron en propietarios de casas, la
magnificación de los “0?itos culturales” de 7alatra"a en arquitectura, pero tambi0n de otros
como ;lmodó"ar en cine o de 8arceló en pintura, produjo an$logamente una especie de “efecto
cultura” cu,o "erdadero "alor resulta discutible. En cualquier caso, cómo es sabido, la puesta
del "alor est0tico al ser"icio de la creación de consenso político , de beneficios económicos
empresariales por parte de estados , mercados no es precisamente algo que se in"ente en la
reciente burbuja. En Espa!a, seg*n ha se!alado @orge 9uis 2ar#o, las pautas de esa utili#ación
estatal , comercial de lo est0tico se tra#an en los a!os del franquismo desarrollista , contin*an
hasta el presente siguiendo esos dos principios b$sicos consenso , promoción. 9a tendencia a
con"ertir el "alor est0tico en “grandes nombres” o en “marcas” promocionables ha estado
"igente en políticas culturales , comerciales desde hace mucho tiempo, , cuando empresas e
instituciones p*blicas han entrado en fase de especulación maníaca, estas políticas las han
acompa!ado hinchando el "alor de esos nombres.
22
!"M#2# $uis Moreno%Caballud
&ncuentro transdisciplinar Burbujas culturales y culturas del compartir
;hora bien, mi intención aquí es proponer que la creación de las burbujas culturales
recientes se apo,a adem$s en una concepción del "alor est0tico , cultural que de por sí se
presta ,a a fenómenos de especulación. Esta concepción no es otra que la surgida alrededor
del siglo AB666, en el momento de creación del paradigma cultural burgu0s, , por la cual
tendemos toda"ía a creer que el "alor est0tico o cultural se genera cuando un indi"iduo %artista,
intelectual+ se aleja del flujo de los significados compartidos socialmente para descubrir un
nue"o aspecto de la realidad. 2e interesa indagar sobre las cone?iones entre este
indi"idualismo inherente al paradigma burgu0s , las recientes burbujas culturales del
neoliberalismo, , hacerlo precisamente porque la crisis de esas burbujas "iene de la mano de la
proliferación de otras culturas, que podemos llamar “culturas del compartir”, que considero
fundamentales para entender el mo"imiento &.12. ;delanto ,a que mi propuesta central, en
este sentido, ser$ que una de las ma,ores aportaciones del &.12 es el haber potenciado la
producción de subjeti"idades que ,a no miden el "alor cultural o est0tico, ni, por tanto, su propio
"alor como subjeti"idades productoras de significados, de acuerdo con ese paradigma
indi"idualista , jer$rquico que pro"iene de la cultura burguesa, sino mediante redes de creación
cultural en las que los indi"iduos se entienden como interdependientes.
Interdependencia y competición
/ara tren#ar este argumento, necesito, pre"iamente, dar un paso atr$s, hacia una mirada
antropológica , filosófica que me permitir$ apro?imarme de otra manera a esa especie de
“burbuja del "alor literario” de la que se hablaba en el Diario Kafka. /ues, me parece, qui#$s el
problema no es sólo que se ha,a hinchado el "alor de ciertos libros o autores interesadamente,
sino que, como en el caso de esa burbuja de burbujas que fue la inmobiliaria, esto ha ocurrido
porque las instituciones encargadas de crear "alor tienden a concebir el acceso a la rique#a
%cultural , material+ sólo en t0rminos de competencia por el beneficio indi"idual. :ui#$s no sea
tanto un problema de competencia deshonesta entre autores o críticos literarios, sino de
incapacidad de "er el mundo m$s all$ del paradigma de la competencia. Estamos, en general,
tan acostumbrados funcionar dentro de ese paradigma que puede resultar casi difícil imaginar
otras formas de concebir la producción , el acceso a lo "alioso. C sin embargo, partir del
presupuesto de que la rique#a material e inmaterial es algo que los indi"iduos producen, se
disputan , adquieren por sí solos, pensar el mundo desde el indi"iduo, es, seg*n nos recuerdan
teóricas del feminismo como ;maia /0re# Dro#co, <il"ia Eederici , @udith 8utler, estar ciegos a
la condición necesariamente interdependiente de la "ida humana.
El mejor ejemplo de la interdependencia constituti"a del ser humano sigue siendo la
necesidad total de cuidados , de recursos proporcionados por otros que tiene todo indi"iduo
cuando llega al mundo. Esa necesidad nos acompa!a toda la "ida en uno u otro grado, , nos
hace ser parte de redes de sostenimiento com*n en las que, a pesar de la falacia indi"idualista,
nadie se sal"a sólo, todos nos necesitamos mutuamente , sólo somos capaces de sostenernos
porque "i"imos con otros. <i ignoramos esto , pensamos que el mundo es sólo una lucha de
indi"iduos por los recursos, estamos ,a abocados a pro"ocar “burbujas”. /orque, si las burbujas
son fenómenos de hincha#ón insostenible del "alor de algo, el permitir que los indi"iduos
acumulen recursos o prestigio sin atender a las necesidades de las redes de interdependencia
22!
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
que les sostienen, pro"oca burbujas burbujas de rique#a indi"idual que son insostenibles para
las redes de "ida com*n de las que participan. El indi"iduo concebido como mero competidor, el
famoso homo economicus, es un free rider que se apro"echa de la rique#a com*n que le
mantiene "i"o. ;sí pues, el problema es, decía antes, que los sistemas de creación de "alor
%sea económico o est0tico+ que usamos en nuestras sociedades tardo1capitalistas tienden a
concebir el acceso a la rique#a %cultural , material+ sólo en t0rminos de competencia por el
beneficio indi"idual, , tienden, por lo tanto, a producir “burbujas”.
La supuesta excepcionalidad del creador cultural
<eguramente, a muchos no se les har$ difícil estar de acuerdo con la apreciación de que el
capitalismo, sobre todo en su "ersión neoliberal, tiende a reducir las relaciones humanas a
intercambios cuantificados , competiti"os, que distorsionan el "alor justo de las cosas. /ero
aquí me interesa destacar que tambi0n en el $mbito de la est0tica %,, por e?tensión, en el de la
producción de significados, la “cultura”+ se dan procesos similares. Desde el siglo AB666, el "alor
est0tico se rige, como el económico capitalista, sobre todo por lógicas de intercambio se
entiende que el "alor est0tico consiste en el descubrimiento de un aspecto nue"o de la realidad
por parte de un artista, que "a a ofrecerlo al p*blico a cambio de reconocimiento, o de lo que
8ourdieu llamaría “capital cultural”. <e trata de un juego en el que “gana quien pierde” %quien
renuncia a las rique#as materiales en fa"or de las est0ticas o intelectuales+, pero no por ello
deja de ser un juego basado en el intercambio competiti"o, , no en la cooperación. En lugar de
entender los descubrimientos est0ticos como "ariaciones de un caudal de significados
construidos colecti"amente, en lugar de pensar en comunidades interdependientes de
producción de sentido en las que no hace falta “lle"ar las cuentas”, porque cada cual contribu,e
con lo que puede , toma lo que necesita, la modernidad est0tica pone el 0nfasis en la autoría
indi"idual , separa al autor del p*blico, asignando a cada cual su debe , su haber.
<e crea así la sensación de que el descubrimiento est0tico %,, por e?tensión, la
producción cultural "aliosa+ es patrimonio e?clusi"o de algunos indi"iduos e?cepcionales,
aquellos que consiguen “poner a su nombre” los resultados parciales de procesos culturales
necesariamente colecti"os. 9as industrias culturales de la modernidad se dedican a
engrandecer a*n m$s esa sensación de e?cepcionalidad, de escase#, creando burbujas de
"alor est0tico para poder con"ertir el capital cultural de esos nombres propios en capital a
secas. Es imposible entender la esfera p*blica , cultural del neoliberalismo espa!ol, por seguir
con nuestro caso, sin anali#ar esa alian#a del indi"idualismo de la modernidad est0tica con la
mercantili#ación neoliberal que con"ierte a los artistas e intelectuales en “sujetos1marca”. Esa
alian#a es la que produce fenómenos como las “burbujas literarias” descritas en el Diario Kafka,
que son, por tanto, m$s que ocasionales des"iaciones del sistema cultural, erupciones de su
"erdad al desnudo.
C se trata de una "erdad terrible, porque, si bien es cierto que las burbujas económicas
crean escase# , precariedad material a ni"eles que atentan directamente contra la e?istencia
física de las personas m$s "ulnerables, la creencia en la superioridad intelectual de unos pocos
produce el corrosi"o efecto de e?tender lo que FanciGre llamó “la pasión de la desigualdad”
una renuncia a la e?ploración plena de las propias capacidades porque se cree que nunca se
222
!"M#2# $uis Moreno%Caballud
&ncuentro transdisciplinar Burbujas culturales y culturas del compartir
podr$ alcan#ar la creati"idad que es patrimonio e?clusi"o de sujetos e?cepcionales, , porque al
mismo tiempo uno se garanti#a así la prerrogati"a de resultarles tambi0n inalcan#able ,
e?cepcional a otros que tal "e# se sit*en por debajo de mi.
Nombres y marcas: pasión por la desigualdad
9a pasión de la desigualdad se alimenta de la complicidad entre el paradigma cultural burgu0s ,
el neoliberalismo. Fesulta significati"o cómo incluso desde posiciones que pretenden defender
la cultura frente a la mercantili#ación se tiende a identificar el "alor cultural mediante la
elaboración de esas listas de “grandes nombres” o a "eces “nue"os nombres” que llenan las
p$ginas de los libros acad0micos. En uno de ellos, que resulta paradigm$tico ,a desde su título
“2$s es m$s. <ociedad , cultura en la Espa!a democr$tica, &4=H1-''4”, los editores @ordi
Iracia , Domingo Fódenas se congratulaban del buen estado de las cultura espa!ola que para
ellos probaba el hecho de que “han proliferado como nunca los nue"os nombres” , la presencia,
a pesar del fallecimiento reciente de algunos sabios ilustres %detallados en otra lista+, de
muchos c0lebres intelectuales toda"ía "i"os, gracias a los cuales “no estamos solos ni
desamparados”. Iracia , Fódenas son críticos con lo que llaman el “triunfo de la ra#ón
comercial”, e incluso ad"ierten que “el crecimiento económico ha estado fiado demasiado %J+ a
un sector como la construcción, tan procli"e a la especulación” %&(+. C sin embargo, cuando se
trata de "alorar la producción cultural enfati#an especialmente como criterio la popularidad
internacional de ciertos “nombres”, utili#ando un lenguaje que re"ela su concepción de la cultura
como un asunto de intercambios indi"iduales competiti"os. ;sí, afirman que “las letras
espa!olas han disfrutado mu, pocas "eces del cr0dito que ho, tienen en otros países
europeos” %&&+ , que “lo mismo ocurre en otros $mbitos culturales, que no llegan a alterar una
balan#a de pagos e"identemente deficitaria, pero que corrigen en parte la tendencia, igual que
sucede con la e?portación de "alores %incluso de consumo+ que puede ser pintores , escultores
%Eduardo 7hillida, 2ique 8arceló+, arquitectos %<antiago 7alatra"a, Fafael 2oneo+, actores
%;ntonio 8anderas, @a"ier 8ardem o /en0lope 7ru#+, directores de cine %/edro ;lmodó"ar,
;lejandro ;men$bar, Eernando Krueba+, deportistas %2iguel 6ndur$in, /au Iasol, Eernando
;lonso, Fafael 3adal o <ergio Iarcía+, m*sicos o dise!adoresJ” %&-+.
En estas líneas el discurso del crítico acad0mico defensor de la “alta cultura” parece
con"ertirse por momentos sin transición en el discurso propagandístico que podemos encontrar
en espacios e?plícitamente promocionales, como la paradigm$tica p$gina Leb oficial de “2arca
Espa!a”, que reser"a un apartado para elogiar la cultura espa!ola “cuna de nombres
uni"ersales como 7er"antes, Bel$#que#, Iarcía 9orca o /icasso”. En el caso de “2arca
Espa!a” la puesta del "alor est0tico , cultural al ser"icio del consenso político , de la promoción
económica no se esconde5 m$s bien se proclama abiertamente afirmando que “la garantía de la
continuidad del pro,ecto 2arca Espa!a es que na#ca , se desarrolle fruto del consenso, por
encima de cambios políticos”, , que “una buena imagen1país es un acti"o que sir"e para
respaldar la posición internacional de un Estado”. En el caso de la crítica cultural hegemónica,
que ejemplifican Iracia , Fódenas, el discurso oscila entre esta claridad instrumentali#adora ,
algunos momentos de retirada hacia una defensa de los intelectuales p*blicos frente a la
223
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
in"asión de “otras "oces desinformadas, interesadas o ignaras %pero de gran popularidad
medi$tica+” %&.+.
En este sentido, el propio Iracia ha elaborado en "arias de sus obras, toda una
genealogía que permitiría discernir los “nombres” realmente importantes de los que a "eces el
mercado ele"a a posiciones rele"antes injustamente. Estos nombres son los de una minoría a
tra"0s de la cual “la ra#ón como instrumento de ci"ili#ación supo restablecer calladamente su
"alide# como instrumento de con"i"encia , de comprensión humana” %Hijos de la razón, &-+. El
linaje de estos artífices de la ci"ili#ación ra#onable comien#a en una minoría erasmista que
engendra su descendencia ilustrada, que a su "e# engendra al liberalismo, al krausismo, , a la
institución libre de ense!an#a. De ahí, se pasa a la difícil 0poca del franquismo en el que
algunos sufridos intelectuales siguen manteniendo encendida la llama de la ra#ón, hasta que,
por fin, llega nuestra “benigna democracia” en la que ,a nada detiene al poder de la ra#ón,
siempre encarnado en los intelectuales que pro"ienen de esa tradición elitista, no en los
“desinformados” que intentan arrebatarles el prestigio , la capacidad de opinar en la esfera
p*blica.
Sin llevar las cuentas
9os dos sistemas de creación de "alor, el del paradigma cultural burgu0s , el del neoliberalismo
mercantili#ador, conflu,en en su apuesta por nombres o marcas que puedan con"ertirse en
acumuladores de prestigio o capital, buenos competidores de un juego que sólo entienden
desde la lógica del intercambio. /ero, se preguntar$, Macaso no e?isten otras formas posibles
de determinar , distribuir el "alor , la rique#a cultural , est0tica que no est0n basadas en el
intercambio competiti"oN 9a "erdad es que no es difícil descubrir infinidad de ejemplos de
producción cultural de esos en los que “no hace falta lle"ar las cuentas”, porque, como ha
e?plicado el antropólogo Da"id Iraeber, funcionan seg*n el principio t$cito “de cada cual seg*n
sus capacidades, a cada cual seg*n sus necesidades”. 9a con"ersación entre amigos, la
m*sica, el baile, la fiesta, o los juegos son $mbitos en los que se pone frecuentemente en
pr$ctica un “comunismo cotidiano” o “comunismo de los sentidos”, en el que la finalidad es el
propio compartir, m$s que competir. En sociedades campesinas pre1capitalistas europeas,
como las que estudió @ohn 8erger, los la#os de interdependencia eran a menudo tan e"identes
que muchas de las acti"idades de la "ida cotidiana, inclu,endo las del trabajo, la transmisión
cultural , la toma de decisiones se gestionaban desde ese “comunismo cotidiano”. 9o cual no
significa que tal fuera la *nica forma de organi#ación social, pues dicha tendencia aparecía
siempre me#clada con las otras dos formas de relación humana que identifica Iraeber, el
intercambio , la jerarquía.
7on la transformación paulatina de estas sociedades campesinas, sin embargo, sus
pr$cticas del trabajo , la política han sido m$s procli"es a incorporar las lógicas del intercambio
, la jerarquía, mientras que las de la creación , transmisión cultural han mantenido, a pesar de
su desgaste, cierta memoria del comunismo. ;sí, estudiosos de las culturas rurales ib0ricas
como los escritores @os0 2aría ;rguedas , 9uis 2ateo Díe# han se!alado la importancia central
de una institución como es la “tertulia campesina”, cu,os rastros a*n se pueden escudri!ar en el
presente, que se ocupaba de la reproducción de los saberes comunes, a menudo codificados
22'
!"M#2# $uis Moreno%Caballud
&ncuentro transdisciplinar Burbujas culturales y culturas del compartir
en ficciones, mediante la contribución distribuida de los di"ersos miembros de la comunidad.
/or supuesto, esto no significa que no pudiera haber din$micas de competición por el prestigio
que animaran tambi0n estas tertulias de forma t$cita, pero, en tanto que el acer"o de saberes
orales compartidos se consideraba como algo que no pertenecía a nadie , del que todos se
ser"ían, esas din$micas competiti"as eran, podríamos decir, “de segundo grado” frente a la
función reproducti"a del saber colecti"o que cumplía la actuali#ación de la tradición oral en las
tertulias. De hecho, seg*n contó ;rguedas en su libro sobre el <a,ago #amorano, las tertulias
cumplían una función reproducti"a incluso en un sentido biológico, pues eran el lugar en el que
surgían no"ia#gos entre los mo#os , mo#as. En los pueblos que estudió ;rguedas, la
decadencia de esa institución a mediados de los a!os .' del siglo AA suponía no sólo la caída
en el ol"ido de saberes compartidos, sino, dram$ticamente, la caída en picado de la natalidad.
; raí# de las masi"as migraciones de campesinos a la ciudad para con"ertirse en
trabajadores asalariados, , seg*n se!aló @os0 9uis /ardo en su hermoso libro Esto no es
música, el folclore rural se rein"enta en tabernas , teatros de #ar#uela que permitían a los
nue"os proletarios escapar por un momento a la instrumentali#ación sal"aje del mundo del
trabajo , a la cuantificación de la "ida por el dinero. En estas nue"as culturas populares, , en
las llamadas “contraculturas” que las seguir$n, algo fundamental ha cambiado la cultura
“comunista” pro"eniente del folclore %interdependiente, no competiti"a+ ha sido relegada al
mundo del “ocio”, lo cual la dota sin duda de oportunidades creati"as e?cepcionales, pero, al
mismo tiempo, reduce la posibilidad de que sus m0todos de reproducción compartida se
contagien a las esferas del trabajo , la política, cada "e# m$s coloni#adas por las lógicas del
intercambio , la jerarquía, seg*n se e?tiende la mercantili#ación , el producti"ismo capitalista.
Einalmente, con la in"asión de esa lógica del trabajo a todas las esferas de la "ida, por
supuesto estas culturas populares no se sal"an, aunque, seg*n sigue siendo e"idente en casos
cl$sicos como los del ja##, flamenco, punk o hip hop, mantienen una relación tensa tanto con
las instituciones de la modernidad est0tica como con las del capitalismo 1una tensión a la que
estas instituciones a "eces llaman “amateurismo”.
Un nuevo común que construir y defender
De un similar entusiasmo amateur que disfruta m$s compartiendo que compitiendo, surge
alrededor de los a!os >' otro río de estas que podríamos llamar “culturas del compartir” que
tienen su fundamento antropológico en el “de cada cual seg*n sus capacidades, a cada cual
seg*n sus necesidades” el de la “0tica hacker”, el “softLare libre” , lo que despu0s se
denominar$, seg*n el río crece , se ramifica, “cultura libre”. De este caudal brota cuando
menos, como dice la hacker , acti"ista 2arga /adilla, una costumbre generali#ada de colaborar
con los desconocidos , los diferentes que se "e amplificada por la proliferación de tecnologías
digitales que la facilitan. Esas formas de colaboración son a menudo mu, precarias , poco
estables, , como se apresuran a se!alar los ciber1esc0pticos, incapaces de rehacer por sí
mismas los sólidos "ínculos sociales de las comunidades pre1capitalistas que a "eces
enarbolan como referentes %los “commons” de las culturas campesinas+. En este sentido,
resultan tambi0n mu, susceptibles de ser reapropiadas por las lógicas de competición e
instrumentali#ación de las relaciones humanas que el neoliberalismo ha generali#ado.
22"
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
<in embargo, , esto es algo cu,a importancia a "eces se desestima, la e?pansión de
elementos cla"e de la “0tica hacker” a un p*blico masi"o sí est$ demostrando ser un potente
antídoto frente a esa “pasión de la desigualdad” que produce el elitismo cultural toda"ía
hegemónico en la sociedad espa!ola. El mundo del softLare libre , los hackers han aportado al
menos dos cosas fundamentales que est$n transformando la subjeti"idad de mucha gente la
tendencia a "er al otro como un potencial colaborador, m$s que como un potencial competidor
que se "a a poner por encima o por debajo de mi, , el orgullo por la capacidad de crear ,
distribuir rique#a cultural %código, información, etc+ no tanto desde una identidad grupal, sino en
procesos colecti"os abiertos a cualquiera.
Oa, algo crucial en el mundo de la Fed, , es que, a diferencia de la cultura moderna
burguesa, a diferencia del campo est0tico , del campo científico que alberga dicha cultura, se
trata de un espacio en construcción, en el que la competición por el prestigio %la producción de
capital simbólico+ est$ toda"ía en gran medida supeditada a la lucha por la propia reproducción
del espacio com*n %la red neutral, la información “libre”+. /ero, adem$s, en la red neutral ,
descentrali#ada que han construido los hackers , que ahora defienden mucha gente que la
utili#a como espacio com*n, “la inteligencia est$ en todas partes”, como dice 2arga /adilla. Es
decir, se trata de un sistema que funciona no tanto, o al menos no primariamente, por el deseo
de que mis contribuciones desinteresadas sean reconocidas, por el deseo de que mi
inteligencia sea apreciada, sino por el deseo de que ha,a un espacio com*n en el que las
inteligencias puedan desarrollar libremente sus capacidades en colaboración.
Es interesante tener en cuenta entonces el poder e?cepcional en t0rminos de creación
de subjeti"idad, de formas de "ida orientadas hacia lo com*n m$s que hacia la competición,
que tiene esta "ersión de la Fed. Es, podríamos decir, toda una “pasión por lo com*n” la que
prolifera en torno a la e?periencia de la red descentrali#ada ,, notablemente, en torno a su
defensa. 9as luchas contra la 9e, <inde1Pert han sido un momento decisi"o para la
construcción de una subjeti"idad en red que se percibía como diferente, ajena al mundo
ranciamente jer$rquico , competiti"o de los partidos políticos, de los medios de masas, e
incluso del star1s,stem cultural, deporti"o, intelectual , artístico. <e ha producido una ruptura5
no tanto el intento de "encer a esas 0lites, sino el de jugar a otro juego.
Di"ersos pro,ectos colecti"os en la historia reciente del estado espa!ol, bien se
entendieran a sí mismos como políticos %mo"imiento obrero, "ecinal, feminista, autónomo1
okupa+ o como est0ticos %"anguardias, contraculturas+, han promo"ido , promue"en de una
forma u otra la creación de espacios comunes en los que ese “comunismo cotidiano” del “a
cada cual seg*n sus necesidades, de cada cual seg*n sus capacidades” se pueda con"ertir en
la principal forma de "ida. <in embargo, cabría preguntarse cu$ntos de ellos han llegado tan
lejos como la culturas de la Fed en cuanto a un despla#amiento de subjeti"idades competiti"as
, sectarias mediante pr$cticas hori#ontales e inclusi"as. /robablemente la competición entre
egos fuertes %normalmente masculinos+ , el encierro en ghettos sectarios son los dos grandes
males internos que afectan a las culturas del compartir políticas , est0ticas %los e?ternos serían
la represión , la asimilación por el capitalismo, claro+. C la cuestión es que la tradición que se
abre con el softLare libre parece estar mejor equipada que ninguna otra para combatir estos
males internos %aunque qui#$s no los e?ternos+.
22(
!"M#2# $uis Moreno%Caballud
&ncuentro transdisciplinar Burbujas culturales y culturas del compartir
En el coraón del capitalismo
Esta e?cepcionalidad de las culturas del compartir emanadas del mundo hacker , de la cultura
libre, su e?cepcional inclusi"idad , su creencia en la “igualdad de las inteligencias” %tan propia
de las culturas “amateur”+, es la que ha hecho tambi0n e?cepcionales a los mo"imientos
políticos que, aunque "enían asomando pre"iamente, florecieron en -'&&. El mundo hacker ,
cop,left le contagió su anti1elitismo , su inclusi"idad a la Fed. Despu0s la Fed se lo ha
contagiado a los mo"imientos. El &.12 , sus mo"imientos hermanos son una irrupción del
comunismo cotidiano en la esfera p*blica, como ha habido muchas, son una "oluntad de hacer
de la sociedad entera una pla#a com*n, un espacio en el que cada cual aporte seg*n sus
capacidades , reciba seg*n sus necesidades, un espacio en el que o nos sal"amos juntos, o no
nos sal"amos. 9o que qui#$s no es tan habitual es que esto se quiera hacer con un ni"el tan
alto de creencia en el "alor de las capacidades de cualquiera, aunque no comparta mis
identidades grupales ni "enga a"alado por sus 0?itos en competiciones por el prestigio
indi"idual %,a sean competiciones acti"istas, intelectuales, empresariales, o de otro tipo+.
;hora bien, al emerger en el $mbito de la creación de código inform$tico , contagiarse
potencialmente a toda la cultura inmaterial, las culturas del compartir que "an desde la Fed a
los nue"os mo"imientos sit*an su lucha por un espacio com*n, para bien , para mal, en el
cora#ón de la economía capitalista, afectando a los $mbitos del trabajo, la política , la est0tica.
El lado bueno de esto es que no pueden ser tan f$cilmente encerradas en el en el ghetto del
“ocio” o de lo “artístico”, como les pasó a las culturas populares del siglo AA. <e han dado ,a
importantes proliferaciones del impulso a compartir en campos diferentes, desde la creación de
softLare a la industria editorial, desde los mo"imientos de las pla#as a Pikipedia, como si esta
nue"a cultura emanada del mundo hacker fuera una especie de "irus trans"ersal, capa# de
in"adirlo todo. El lado m$s complicado del asunto es que, precisamente porque afectan al
cora#ón de las instituciones de producción de capital económico, los sistemas de e?tracción de
la rique#a com*n encuentran constantemente formas de beneficiarse, como por lo dem$s lo han
hecho siempre, de estas formas de creación colecti"a de "alor.
El hecho de que el mo"imiento cop,left no se originara alrededor de un grupo social con
una identidad fuerte tiende a alejarlo del riesgo del sectarismo , su "ocación eminentemente
“pragm$tica”, lo aleja de culturas est0ticas m$s f$ciles de ser reconducidas hacia “star1s,stems”
, “h,pes” por las industrias culturales. /ero al mismo tiempo, estas características son las que
lo e?ponen a otros peligros. 9a falta de una identidad fuerte, como las que tenían, por ejemplo,
las mencionadas culturas del compartir del mundo campesino, arraigadas a ni"el local, hace
difícil que la llamada cultura libre se capa# de acotar, sostener , defender la rique#a que
produce colecti"amente frente a los grandes mecanismos de pri"ati#ación que parasitan el
espacio mutante de la Fed. ;l tratarse de comunidades abiertas a cualquiera, se hace difícil
e"itar la intrusión de free riders como las grandes compa!ías que hacen dinero gracias al
trabajo colaborati"o de usuarios a los que no de"uel"en nada. /or otro lado, la mentalidad
pragm$tica, enfocada en la resolución de problemas específicos, puede lle"ar a cierta ceguera
respecto a esos mismos procesos indirectos de pri"ati#ación de la rique#a com*n que a
menudo no se resuel"en con el simple uso de una licencia abierta.
En definiti"a, en estos momentos toda"ía de gran indefinición , constante incertidumbre
22)
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
respecto a la tra,ectoria de las culturas del compartir que emanaron de la 0tica hacker , que
han proliferado por todas partes en el capitalismo global, parecería que la situación es
e?tremadamente empoderadora en cuanto a la creación de un deseo colecti"o de lo com*n , de
una subjeti"idad que se aparta de las burbujas de la competición, pero que al mismo tiempo,
ese deseo , esa subjeti"idad no se traduce de forma inmediata en la creación de instituciones
que aseguren la defensa , sostenibilidad de un com*n capa# de plantar cara al neoliberalismo.
Kal "e# la tarea que queda por hacer no apare#ca tan monstruosa si atendemos a esa
forma de construcción de subjeti"idad que mo"imientos como el &.12 han potenciado, , a cu,o
potencial transformador probablemente continuaremos asistiendo durante los pró?imos a!os.
!ibliografia
;FIQED;<, @os0 2aría. Las comunidades de España y Perú. 9ima Qni"ersidad de <an
2arcos, &4H=.
8QK9EF, @udith. Precarious Life: The Power of ournin! and "iolence. 9ondon R 3eL Cork
7it, Berso, -''H.
IF;76;, @ordi , Fódenas, Domingo. #s es m#s. $ociedad y cultura en la España
democr#tica% &'()*+,,'. 6beroamericana Erankfurt, -''4.
IF;76;, @ordi. Hijos de la razón. -ontraluces de la li.ertad en las letras españolas de la
democracia. 2adrid Edhasa, -''&.
IF;E8EF, Da"id. /e.t. The 0ist 1,,, 2ears. 8rookl,n 2el"ille 8ooks, -'&&.
EEDEF676, <il"ia. “Eeminism and the /olitics of the 7ommons”. The -ommoner. -( Enero
-'&&. Peb &' 2ar#o -'&-.
111. -ali.#n y la .ruja. ujeres% cuerpo y acumulación ori!inaria. 2adrid Kraficantes de <ue!os,
-'&'.
2;F7; E</;S;. arcaespaña.es Peb -4 junio -'&T.
2;FUD, @orge 9uis. 3Puedo ha.larle con li.ertad% E4celencia5: arte y poder en España desde
&'1,. 7E3DE;7 2urcia, -'&'.
2;KED DVEU, 9uis. 6elato de 7a.ia. 2adrid Espasa 7alpe, &44&.
2QF699D, Enrique. “9as burbujas de la edición”. El diario.es = de diciembre -'&-. Peb -4 de
@unio -'&T.
/;D699;, 2argarita. El 8it de la lucha en 9nternet. 2adrid Kraficantes de sue!os, -'&T.
/;FDD, @os0 9uis. Esto no es música. El malestar en la cultura de masas. 2adrid Iala?ia
IQKE38EFI, -''>.
/WFEU DFDU7D, ;maia. “De "idas "i"ibles , producción imposible”. 6e.elión. H Eebrero -'&-.
Peb T 2a,o -&'-.
22*
Guerra psicológica para la
represión del movimiento
social en torno al 15M:
análisis psicosocial crítico
de las estrategias
gubernamentales de
organización de la
violencia para el control
social (Catalunya, unio
!"11#diciembre !"1!$
Con el surgimiento del 15M, el comando gubernamental desarrolló
un conjunto de actuaciones en los planos materiales e inmateriales
para recuperar su capacidad de conducir la conducta de lxs
gobernadxs. El conjunto formado puede entenderse en un marco
general estratégico de Guerra de Información. Partimos de la
situación en Catalunya, de la actuación de los Mossos dEs!uadra,
"la polic#a de la $eneralitat de Catalunya", siendo %elip Puig
responsable de la Conselleria d&nterior, en el periodo iniciado tras la
derrota policial en p'a. Catalunya de (arcelona y la protesta Aturem
el Parlament en torno a la sede del Parlament de Catalunya )mayo"
junio de *+11,. -a acción gubernamental sobre esta mo.ili/ación
constituyó un punto de in0exión !ue sit1a con claridad !ue las
estrategias de gubernamentalidad se conciben e implementan
desde marcos de entendimiento y abordaje propios del con0icto
bélico. Pretendemos ofrecer una .isión panor2mica de las
estrategias gubernamentales de organi/ación de la .iolencia.
Expondremos el marco bélico de entendimiento y, a partir de
acontecimientos producidos en el curso de las mo.ili/aciones,
3il.anaremos nuestro an2lisis sobre cómo los agentes
gubernamentales 3an con.ertido en campo de batalla los afectos,
cogniciones e identidades de la gente para tratar de conducir la
conducta de la población.
%ub&n '( )enedicto
Programa de Doctorado en Psicología Social. Departamento de Psicología
Social. Facultad de Psicología. Universitat Autònoma de Barcelona UAB!.
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
1. Introducción
Las movilizaciones en torno al 15M supusieron muy pronto un grave peligro para el sistema.
Miles de personas en todo el país desobedecieron colectiva, explícita y conscientemente
una orden pública, clara y directa de la autoridad: la prohibicin de mani!estarse en la
"ornada de re!lexin previa a las elecciones municipales #$edaccin La %anguardia, &'11: 1(
de mayo). *ese a tan mani!iesto desa!ío, la autoridad no hizo cumplir su orden, ni
implement las consecuencias +ue debe implicar la desobediencia a una orden suya. ,l
gobierno hizo sus c-lculos, y los resultados debieron mostrarle +ue ante la oportunidad,
cualidad, magnitud y extensin del desa!ío intentar +ue su orden se cumpliera de !acto le
podía traer peores consecuencias.
,n ese momento, el con!licto había dado un signi!icativo salto cualitativo. La ecuacin
general de gobierno había cambiado sustancialmente. .nte los o"os de todo el mundo +ue
+uiso verlo, se había cuestionado la base misma de la relacin de poder. La crisis no era ya
del gobierno en turno. /on la desobediencia +ued en evidencia la #in)capacidad del
sistema para, en un momento decisivo, conducir la conducta de la poblacin: era una crisis
de gubernamentalidad #0oucault, &''1: &1().
2na primera tentativa para acabar con tal desa!ío se dio el &1 de mayo de &'11 con
el intento de desalo"o de p3a. /atalunya de 4arcelona. 2na derrota policial en toda regla. .
cada orden directa de la autoridad, le correspondía m-s desobediencia de m-s gente, y con
m-s determinacin. La crisis de gubernamentalidad se pro!undizaba y +uedaba evidente
ante los o"os de lxs gobernadxs y de la sociedad internacional.
La .campada4cn #&'11, 15 "unio) convoc el 15 y 15 de "unio a una cadena humana
en torno a la sede del *arlament de /atalunya, 6una acción absolutamente pacífica,
noviolenta, masiva y determinada». La actuacin de las autoridades gubernamentales ante
esta movilizacin social mostr un signi!icativo cambio cualitativo en el aborda"e y
tratamiento del con!licto social. La portada del diario barcelon7s La Vanguardia del 11 de
"unio #8ios9o.net, &'11: 11 de "unio) condens un buen número de elementos +ue ilustran la
transicin de este cambio.
: Mas: !ue 69ale borro9a;. ,l president subraya +ue los violentos
han de recibir un castigo e"emplar.
: Los socialistas, ,s+uerra e <niciativa consideran escaso el
dispositivo policial.
: ,l /=< alert de un intento de asalto de los indignados al
/ongreso.
: *uig: ha habido una excesiva simpatía política e intelectual hacia
el 15M.
: *olíticos: vocacin por el bien común.
: ><ndignados o incívicos?
: /atalunya ante el espe"o: ,l movimiento antipolítico espa@olA
: ,l caos de Brecia erosiona la credibilidad de la deuda espa@ola
/ategorizar hechos implica un determinado tratamiento de los mismos. .l clasi!icar
los hechos como 6kale borroka;, el president de la Beneralitat, m-ximo representante de la
23
!"M#2# Rub$n%&' (enedicto )almer*n
+ncuentro transdisciplinar Guerra psicológica para la represión
autoridad gubernamental competente, sitúa lo sucedido en el compartimento del terrorismo.
,ntramos en las categorías de amenaza a la seguridad del estado, en donde los hechos y
sus autores son tratados principalmente por organismos policiales y militares, a su manera,
con sus categorías para el an-lisis de la realidad, sus din-micas de pensamiento, y sus
protocolos de actuacin. ,stamos en otros par-metros de gubernamentalidad, los del
con!licto b7lico.
,stos par-metros son delineados por unas estrategias generales de organizacin de
violencia +ue son adaptadas para su aplicacin al contexto, +ue son e"ecutadas de manera
planeada, y en cuya base est- la voluntad de producir, a trav7s de la violencia, e!ectos de
gobierno en la poblacin.
2. El marco de entendimiento
,l pensamiento militar ya no distingue la paz de la guerra. ,stamos ante 6un estado de
guerra general y global que erosiona la distinción entre la guerra y la paz, de manera que no
podemos imaginar una paz verdadera, ni albergar una esperanza de paz; #CardtD =egri,
&''5: &5). La guerra ya no est- expulsada del territorio social de la políticaD es la relacin de
excepcin #.gamben, 1EE(:F1): el poder soberano crea y de!ine el espacio mismo en +ue el
orden "urídico político puede tener algún valor. La guerra ya no es la excepcin, y la paz ya
no es la norma.
,l terrorismo suele catalogarse como una !orma de conflicto asimétrico. La guerra
asimétrica se produce entre !uerzas disimilares +ue utilizan determinados !actores o
estrategias para alterar el escenario del en!rentamiento y obtener una venta"a sobre el
oponente. ,sos !actores pueden ser el enga@o, la sorpresa, la velocidad, armas, t-cticas,
etc.
Los militares estadounidenses consideraron +ue, pese a su tremenda venta"a en
medios militares, habían sido derrotados en la guerra de %ietnam por las estrategias
propagandísticas de sus enemigos, +ue habían conseguido captar el apoyo de la poblacin
civil vietnamita y de la opinin pública estadounidense. .sí, la poblacin civil y su apoyo al
es!uerzo b7lico se convirtieron en ob"etivo militar b-sico y desarrollaron la estrategia de la
contrainsurgencia:
6aquellas acciones militares, paramilitares, políticas, económicas, psicológicas y
cívicas tomadas por un gobierno para vencer a la insurgencia; #,"cto. ,,.22., 1E(E: 11&).
La instrumentacin de la psicología y de las variables psicosociales cobra una
signi!icativa importancia. ,n el e"7rcito espa@ol se de!inen como 6aquellas actividades
psicológicas planeadas y dirigidas —en paz, crisis o guerra— a un pblico !ostil, amigo o
neutral, para influir en su actitud y en los comportamientos que afecten a la consecución de
ob"etivos políticos y militares;. ##$%&'(() #rientaciones #peraciones *sicológicas +''%. ,n
,stebaranz, Mu@oz:Manero, &''1: 5&). ,ste tipo de operaciones e"empli!ican el desborde de
las tradicionales categorías de paz y guerra: son realizadas constantemente tanto en
tiempos de paz como de guerraD no distinguen entre civil:militar, enemigo:amigo:neutralD y
persiguen ob"etivos políticos.
,n el mundo militar, de la 6seguridad;, se desarrolla un debate continuado sobre
diversos aspectos de su inter7s. ,ntre las teorías m-s nombradas, la ,uerra de
-nformación, .<n!ormation Gar!are: <G), uno de cuyos m-s reconocidos impulsores de!ine la
guerra como:
23!
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
6el con"unto de todas las actividades letales y no letales emprendidas para someter
la voluntad !ostil de un adversario o un enemigo) ./0 no requiere la declaración de guerra,
ni la e1istencia de una condición e1tensamente reconocida como un 2estado de guerra3 ./0
puede ser emprendida por o contra grupos controlados o patrocinados por un estado, o
grupos no estatales) ./0)
4l propósito de la guerra ./0 no es necesariamente matar al enemigo) 4l propósito
es someterlo) 5e !ec!o, la capacidad m61ima es someter a un adversario sin matarlo) 4l
adversario es so"uzgado cuando se comporta de un modo coincidente con el que nosotros
agresores o defensores intentamos imponerle;. #Hza!rans9i, 1EE5)
Iesde este paradigma, la in!ormacin ser- el teatro privilegiado en donde debe
realizarse principalmente la guerra. ,l -mbito de batalla, e+uiparable a otros como la tierra,
el mar o el aire, ser- la infoesfera: un con"unto de redes y sistemas +ue enlazan in!ormacin,
al +ue se puede acceder de manera segura en cual+uier momento y lugar para la realizacin
de cual+uier tarea #4enedicto, &''5: 51). *or la in!oes!era circulan representaciones de la
realidad, a!ectos, orientaciones de conductaA =o se trata del simple mane"o y circulacin
de la in!ormacin, sino de la voluntad de control de todos los procesos basados en la
in!ormacin. ,l blanco de la guerra in!ormativa es la mente humana.
La <G se re!iere a 6ideas y epistemología;, a las !ormas +ue los humanos utilizan
para pensar, componerse una realidad como real y verdadera, y tomar decisiones
#Hza!rans9i, 1EE5). He trata de emplear la in!ormacin para generar un dese+uilibrio entre
oponentes. He pretender- +ue lo +ue llegue a hacer el responsable de cual+uier decisin y
accin considerada enemiga no esté fundado en la realidad sino en la realidad que se le !a
construido para provocar su acción. ,sto se intenta a trav7s de la in!luencia o el control
sobre lo +ue se denomin ciclo ##57: Jbservar, Jrientar la lectura de lo sucedido, Iecidir
cmo proceder y .ctuar #4enedicto, &''5: 5(). La voluntad de los gobernados, la poblacin
civil, es !actor clave en la toma de decisiones de los líderes, y por tanto, es ob"etivo militar de
la <G.
,l coronel Hza!rans9i es claro de!iniendo al enemigo:
64l adversario es alguien que no coopera con los fines del líder)
41ternamente, es lo acordado sobre el enemigo, o el no a nosotros) -nternamente, el
adversario puede ser el traidor, el pusil6nime, o el compa8ero de ruta cualquiera que
se oponga o sea insuficientemente cooperante con el dirigente que controla los
medios de la guerra de información) ; #Hza!rans9i, 1EE5)
,n tr-nsito a una sociedad de control, la produccin y acumulacin de ri+ueza parten
cada vez m-s de lo inmaterial. ,l traba"o material no desaparece, pero las características de
lo inmaterial son priorizadas por decisivas para la creacin de ri+ueza y trans!orman a las
dem-s !ormas de traba"o y hasta a la sociedad en su con"unto #CardtD =egri, &''5: E&). ,l
traba"o inmaterial sería a+uel +ue produce bienes inmateriales tales como in!ormacin,
conocimientos, ideas, im-genes, comunicaciones, a!ectos, emociones... Hu característica
clave es producir comunicacin, relaciones sociales y cooperacin. Cardt y =egri #&''':
&55) distinguen tres tipos de traba"o inmaterial: el traba"o comunicativo a trav7s de redes
in!ormativasD el traba"o interactivo analítico, simblico y de resolucin de problemasD y el
traba"o de la produccin y manipulacin de a!ectos.
,n la Buerra de <n!ormacin de la sociedad de control, la primacía en el traba"o
inmaterial ser- la +ue proporcione la venta"a militar para el sometimiento del enemigo. .sí,
232
!"M#2# Rub$n%&' (enedicto )almer*n
+ncuentro transdisciplinar Guerra psicológica para la represión
se producir- y pondr- en circulacin una ingente cantidad de productos inmateriales
basados en un amplio traba"o material, +ue incluir- una !uerte dosis de violencia y de da@os
!ísicos sobre las personas y los bienes necesarios para la vida. He tratar- de someter al
enemigo y producir cooperacin con los !ines del líderD +ue se comporte de manera
coincidente con la conducta +ue se le +uiere imponer. Kue acepte traba"ar m-s por menosD
+ue acepte la p7rdida de derechos histricos de lucha por la dignidad. ,s por la crisisA.,n
democracia, >+ui7n hablar- de guerra?
.doptamos una perspectiva psicosocial tanto por el papel, cada vez m-s importante y
decisivo +ue las variables psicosociales desempe@an en el con"unto de los mecanismos de
represin política y en la de!inicin del contexto social general, como por los e!ectos y el
su!rimiento +ue a trav7s de su instrumentacin represiva se causa en las personas. /onocer
las !inalidades de la represin política, situ-ndolas en la propia realidad, es una !orma de
entender y dar sentido a mucho de lo +ue sucede a nuestro alrededor. /onocer algunos de
los mecanismos +ue utiliza la represin, para plantear !ormas de a!rontamiento en la
de!ensa de los derechos humanos.
3. La represión material y los efectos inmateriales: el miedo.
6# generamos p6nico, o no los sacaremos de aquí;
64stamos disparando pelotas, estamos disparando de todo .))0 9:o podemos disparar
munición real;;
,n tales t7rminos se expresaba, en pleno !ragor de las cargas, el mando de los
antidisturbios en el desalo"o de p3a. /atalunya en 4arcelona el &1 de mayo de &'11
#Himarro, &'1&: 1 de marzo).
,ntre los numerosos usos de la psicología militar, Gatson #1E(&, F11) se@ala +ue los
aspectos psicolgicos del control de multitudes constituyen un -rea de estudios +ue por su
amplitud se ha ganado su propio espacio. He han dedicado muchos es!uerzos al estudio de
la psicología de la !uerza y las acciones con multitudes: cmo se deben presentar las
amenazas y las advertencias para +ue sean obedecidas sin demora y sin p-nico, :es decir,
tambi7n con p-nico:D los e!ectos de las !ormaciones policialesD el uso de e+uipos y t7cnicas
especiales para producir e!ectos deseados, etc.
,l miedo puede provocar conductas especí!icas +ue pueden ser descritas como
procesos adaptativos !rente a algo +ue se anticipa como un desastre, o como una cat-stro!e
personal inminente #Lira, 1EE':1(E).
,l miedo se mostr como principal instrumento en un operativo concreto de la policía
catalana, en una situacin t-ctica, para producir una determinada conducta en un grupo
especí!ico. ,l medio para crearlo, la produccin intencional de da@os a unos individuos
mediante una violencia organizada, con medios su!icientes para e"ecutarla con venta"a, y la
extensin de la coaccin y la amenaza del da@o a las personas del entorno. Hi no se
producen los e!ectos conductuales deseados, se aumenta la intensidad del da@o provocado,
o se extiende indiscriminadamente la violencia, o ambas cosas, para, dada la situacin y la
correlacin de !uerzas, aumentar el miedo y conseguir provocar la conducta deseada en los
grupos implicados.
Cay +ue inocular una dosis su!iciente de miedo. *ara ello, la violencia e"ercida ha de
ser intensa, pro!unda, e"ecutada con determinacin, sin miramientos. 2na di!icultad para ello
233
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
es precisamente el miedo de los perpetradores +ue ha de ser tambi7n gestionado para
producir las conductas +ue se les re+uiere. Can de generarse divisiones identitarias,
6nosotros; o 6ellos;, hay +ue entrenar en la obediencia, y se ha de e"ercer un !uerte control
de grupo, entre amenazas, recompensas y complicidades. He han de aplicar procesos de
deshumanizacin tanto al grupo e"ecutor como al enemigo.
%iolencias mod7licas y e"emplares, realizadas con determinacin, sin m-s
consideraciones +ue el cumplimiento inmediato e incondicional de las instrucciones, incluso
si la dispensacin de violencia resulta desproporcionada, indiscriminada o extrema.
/ontar-n con todos los medios y recursos +ue necesiten. Bozar-n de impunidad, los
e!ectivos policiales han de sentirse tran+uilos: 6para prestar un servicio de seguridad es
imprescindible que las personas que lo e"ecutamos nos sintamos seguros; expresaba un
comisario de los Mossos dL,s+uadra durante unas "ornadas sobre modelo policial en el
<nstitut de Heguretat *ública de /atalunya #4enítez, &'11: 5 de "ulio).
Las t7cnicas policiales para inocular miedo son muchas, diversas y combinablesD se
adaptan no solo a las coyunturas de un momento concreto, sino a un tiempo m-s extenso, al
contexto cultural, histrico, político de cada realidad social. Iado el nuevo escenario del
país, se est-n probando t7cnicas policiales +ue resultan novedosas o +ue hace mucho
tiempo +ue no se utilizaban. ,n orden público, ha sido !recuente el encapsulamiento de
mani!estantes #6pastoreo; o 6kettling;), para tensar a lxs mani!estantes, aumentar la
presin y propiciar algún altercado +ue sirva como coartada a una intervencin policial m-s
violenta, proyectar imagen de dominio y dureza, disuadir la realizacin de m-s acciones de
protesta, etc.
La identi!icacin es tambi7n un procedimiento de atemorizacin +ue extiende y
asienta la intimidacin en el tiempo y en lo potencial. ,s inicio de toda posible represalia
posterior. ,l anverso es la no identi!icacin de los policías ante la ciudadanía, +ue garantiza
su impunidad ante cual+uier acto. ,n este contexto de impunidad y omnipotencia, el
!antasma de la coaccin y la extensin del miedo se alimenta con archivos policiales cuya
simple existencia mantiene la amenaza en el tiempo.
La produccin de miedo por tanto, no se limita a los momentos concretos de una
protesta en la calle, sino +ue se extiende en el tiempo y en el contexto, en las !ormas de
relacin social. He trata de extender el miedo entre todos a+uellos +ue puedan identi!icarse
con +uienes reciben m-s directamente la represin. /uanto m-s amplio es el sector +ue
protesta, buscan categorías de identi!icacin m-s amplias +ue !inalmente incluyen a todo el
cuerpo social. Ca de +uedar claro a todos en el contexto: puede ser cual+uiera.
Ma no ser-n solamente actuaciones selectivas y e"emplarizantesD ser-n tambi7n sin
causa alguna +ue las motive. *ara expandir el miedo, se hace necesaria una desproporcin
sin medida, sentido, razn o límite de la violencia. He provoca así un miedo inasible, por+ue
no hay, en apariencia, una lgica +ue permita prever acontecimientos y evitar peligros. He
pretende inocular un miedo +ue paralice, +ue sitúe a la víctima en la inde!ensinD +ue la
culpabilice del da@o +ue su!re, +ue implante la impunidad y asiente el poder arbitrario del
comando gubernamental organizado para la violencia. ,s un miedo m-s pro!undo y da@ino,
m-s paralizador en m-s sectores, por+ue no posibilita anticipar el da@o y protegerse. La
indiscriminacin, la aparente ilgica e irracionalidad tiene por lgica la magnitud de la
intencin coactiva, intimidatoria, de proyeccin de !uerza, dominio, omnipotencia e
impunidad.
La amenaza debe mantenerse en el ambiente, calculando la dosis adecuada de
tensin y miedo, según las circunstancias. .umentando las actuaciones en oleadas, o
23,
!"M#2# Rub$n%&' (enedicto )almer*n
+ncuentro transdisciplinar Guerra psicológica para la represión
distanci-ndolas en el tiempo. Hiempre desde un umbral su!iciente de miedo en la base
misma del sistema, +ue tambi7n se puede aumentar.
,l conseller dL<nterior necesitaba m-s miedo para gobernar: en la televisin pública
declar +ue 6nuestro sistema de seguridad no acaba siendo suficientemente disuasivo, no
da miedo; #$edacci, &'1&: F de abril). *ara subsanarlo, propuso endurecer el cdigo
penalD aumentar los antidisturbios, la vigilancia, las identi!icaciones, etc. #/arranco, &'1&, 5
de abril). Kue el miedo circule su!icientemente, desde todos lados, en todo momento. Miedo
total. Bobierno del miedo.
,l miedo atraviesa los di!erentes -mbitos y dimensiones del ser humano. /ircula por
entre lo personal, lo social y lo políticoD lo a!ectivo, lo cognitivo, lo identitario y lo conductualD
de manera relacional, recursiva. ,s un potente instrumento de gobierno y de produccin
biopolítica. Iistorsiona la percepcin de la realidad y produce su"etos sumisos +ue se
comportan y se relacionan socialmente de manera tan !uncional al sistema +ue lo instaura,
+ue esos mismos su"etos pueden de!enderlo y reproducirlo, desde una ilusin de libertad. ,l
miedo es instrumento b-sico de la estrategia de Buerra de <n!ormacin. *ero tambi7n
protege y proporciona capacidad t-ctica a la resistenciaA
4. Composición de la Realidad
6<eguramente debo ser el nico que entendió lo que pasó el día +=, >no? ;
/onseller *uig, durante la movilizacin 7turem el parlament, sobre el desalo"o policial
de p3a. de /atalunya del &1M #*ublico.es, ,uropa *ress, &'11: 15 de "unio).
.l hablar de composicin de la realidad, nos re!erimos a la construccin de materialidades y
procesos psicosociales entre los +ue se contarían la percepcin de in!ormacinD su
seleccin y procesamientoD el establecimiento de las categorías para su clasi!icacinD las
cargas valorativas y a!ectivas asociadasD la de!inicin de lo problem-tico, sus causas, las
soluciones a implementar, y las decisiones a tomarD la comunicacin, etc. ,l ciclo JJI., la
de!inicin de lo +ue se considera real y verdadero.
.simismo, los procesos para delimitar +ui7nes son los agentes cuali!icados, y
socialmente investidos de poder y legitimidad, para llevar a cabo todas estas tareas en y
para la sociedad. Kui7n hace +u7 cosas, +ui7n lo cuenta, cmo lo hace, por +u7 y para +u7.
Ie la realidad y de su construccin social, en su materialidad e inmaterialidad, en su
virtualidad y !acticidad. La realidad no est- ya dada al margen de una tarea pr-ctica, sino
+ue se genera en un proceso de construccin social entre di!erentes actores +ue interactúan
a trav7s de diversos mecanismos. La realidad social es simblica e histrica, ligada a una
relacin mediada simblicamente, situada en el espacio y el tiempo, y +ue le con!iere su
sentido y existencia #,maD Handoval, &''F: E).
$epresentar la realidad es tambi7n cuestin de las !unciones 6psi;, entre cuyos
cometidos, 0oucault #&''5:1E5) destacaba 6el papel esencial de intensificar la realidad
como poder e intensificar el poder !aciéndolo valer como realidad;. ,l poder atraviesa la
composicin de la realidad. La razn de gobierno necesita un régimen de Verdad +ue
permita establecer lo +ue es verdadero. *ara gobernar es necesario conocer la realidadD y
tambi7n, construirla a medida y proyectarla.
23"
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
Las composiciones de realidad son utilizadas como t-cticas: !ormas de permitir
acumulaciones +ue permitan una e!icacia m-xima en a+uello +ue se +uiere producirD
distribuir individuos, hechos, materialidades, etc. en el espacio y el tiempoD lograr +ue la
!uerza del poder sea la m-s intensa, su distribucin la me"or, su punto de aplicacin el "usto
y preciso #0oucault, &''5: (F:(5). He interpondr-n determinadas composiciones de realidad
a la poblacin para reorientar sus conductas, de cara a reacomodar la distribucin de
!uerzas, en situaciones concretas para la e!icacia m-xima de la accin policial
gubernamental. Las !amilias con ni@os se abstendr-n de acudir a mani!estaciones si creen
+ue ser-n violentas: menos multitud a disolver, menos posibilidad de da@os colaterales +ue
deslegitimen posiciones gubernamentales.
Martín 4ar #1EE':&(:F') se@ala la mentira como uno de las principales
características de la guerra +ue alteran y con!orman las relaciones sociales. Los organismos
institucionales se convierten en lo contrario de su razn de ser: +uienes habrían de velar por
la seguridad, resultan ser la principal !uente de inseguridad. He crea un mundo imaginario
cuya única verdad es precisamente +ue se trata de un mundo !also y +ue se sostiene por el
temor a una realidad demasiado subversiva para soportarla. He elabora una 6!istoria
oficial;, +ue ignora aspectos centrales de la realidad, y distorsiona, !alsea o inventa otros.
*ara implantar esa historia o!icial se realiza un intenso despliegue propagandístico +ue
implica a los m-s altos cargos. ,xpresar públicamente la realidad, desenmascarar la mentira
institucionalizada, ser- considerado subversivo.
Los procesos, materiales e inmateriales, de con!ormacin de realidad social son
ob"etivo policial. La realidad se puede producir: in!iltrados policiales pueden provocar
incidentes para "usti!icar la violencia de la !uerza uni!ormada #Martiarena, &'11: 1N de "unio).
J de"ar que suceda: algunos diputados se +ue"aron de +ue con el dispositivo de seguridad
en el parlament se les había enviado a un 6linchamiento colectivo; #,0,, &'11: 15 de "unio).
La realidad también se cuenta: las !uerzas policiales re+uisan tel7!onos mviles y c-maras,
aíslan o conducen a la prensa, etc. #/omissi /omunicaci .campada4cn, &'11: 15 de
"unio). Kuien !i"a la realidad, es la policía. ,l conseller dLinterior establece +ue no se puede
dudar de lo +ue dice la policía, por+ue es la policía #,:=oticies, &'1&: F de abril). /uantos
sectores intelectuales y políticos di!ieran de sus composiciones de realidad, entran en
6connivencia; con los violentos #,0,, &'1&: 5 de abril).
La perspectiva del con!licto b7lico :con sus categorías clasi!icadoras, sus pticas de
an-lisis y sus tratamientos de lo real: se instala como explicativa y se hace predominante.
2na epistemología totalitaria, un reduccionismo omniabarcante, dicotmico y polarizante,
conmigo o contra mí. ,l comisario de los antidisturbios rede!ine explícitamente las
categorías de lo violento y lo pací!ico: 6resistirse no es pacífico;, 6lo pacífico es que te
levantes y te vayas; #*úblico.es, &'1&: 15 de abril). ,s la categoría +ue permite la
dispensacin de violencia.
.sí +ue la categoría 6violencia; invade todo: el ser, el estar, el hacer, el pensar, el
tiempo, el espacioA=o hay bien superior, excusa o coartada: el conseller aclara +ue 6no les
vale el pasaba por a!í; #,!e, &'1&: F' de marzo). La hegemonía de la violencia asigna la
adscripcin a las categorías. He invierte el sentido común. Kuien no 6colabora; en tiempo,
espacio, pensamiento, conducta, etc, es enemigo, violento, por tanto, ob"eto al +ue debe
serle aplicada la violencia.
,n su proyeccin hacia la vida y la sociedad, el pensamiento guerrero utilizar-
cuantos dispositivos en la sociedad instituyen realidad, verdad: la ley, la prensa, la
universidad, <nternetA
23-
!"M#2# Rub$n%&' (enedicto )almer*n
+ncuentro transdisciplinar Guerra psicológica para la represión
La ley es un comple"o dispositivo de conduccin de conductas. ,stablece lo +ue se
puede y no se puede hacer, las !ormas de hacerlo, +ui7n manda y +ui7n debe obedecer,
+ui7n colabora su!icientemente y +ui7n noA Jrienta, produce y coacciona conductas.
,l aparato de "usticia establece la verdad de la realidadD la !i"a, la instituye, y la
proyecta hacia el !uturo, produciendo realidad. La Ousticia aparece como rgano regulador
de comportamientos. ,stablece lo PnormalQ y a partir de ahí, persigue construir su"etos +ue
no se aparten de esa PnormalidadQ. ,n la pr-ctica "urídica el valor de verdad es
!recuentemente reemplazado por el valor de uso en su adecuacin a las !inalidades o
intereses humanosD es decir, puede +ue no se trate tanto de +ue una sentencia emitida por
un tribunal se corresponda a la realidad, sino de +ue sea venta"osa o til #/ubells, <@iguez:
$ueda, &''(: &').
La ley es un potente instrumento +ue debe ser convenientemente utilizado en la
guerra. La ley se convierte tambi7n en arma y campo de batalla en donde se desarrolla la
guerra "urídica: 6una forma de guerra asimétrica emergente en aumento que debe ser
contrarrestada t6ctica y estratégicamente; #Rhe LaS!are *ro"ect, s.!.). ,l comisario *i+u7, de
los Mossos dL,s+uadra, explicita +ue el sistema tiene 6un arma muy poderosa; +ue es el
derecho, +ue detendr- a los violentos y les aplicar- esa ley #,0,, &'1&: &' de abril). ,l
conseller *uig promueve un endurecimiento del cdigo penal #*úblico.esD .gencias, &'1&: F
de abril).
,sta guerra "urídica para la composicin de la verdad de la realidad ha o!recido
episodios e"emplarizantes en institucionalizacin de la mentira. ,l desalo"o violento de pza.
/atalunya el &1M +ued !i"ado por el "uez como 6razonablemente proporcionado;, por+ue
los policías golpeaban en brazos, glúteos y piernas, no en partes sensibles. 0ue una
operacin de limpieza, y no un desalo"o #$odríguez, &'1&: 1 de marzoD .lbalat, &'1&: F de
marzo). *royeccin de realidad !utura, aviso a navegantes. ,n la guerra "urídica se podr-,
adem-s de implantar impunidades, cambiar leyes, acosar a trav7s del sistema legal, arrestar
y acusar !alsamente, encarcelar in"ustamente, imponer multas, etc.
6<e nos mean encima y la prensa dice que llueve;. ,n los medios de comunicacin
destacan dos espacios importantes: las noticias y la publicidad pagada.
Los espacios de noticias constituyen uno de los principales medios a trav7s de los
cuales el organismo sociedad se !orma su representacin de a+uello +ue considera
verdadero. Heleccionan y ponen a circular in!ormacinD elaboran el sentido de los
contenidos, !acilitan an-lisis, signi!icados y emocionesAJrientan conducta, ciclo JJI.. Hu
posicin de poder en la di!usin de mensa"es constituye una tremenda venta"a militar en el
control de la in!oes!era. Hon, por tanto, un instrumento y espacio decisivo en la Buerra de
<n!ormacin.
La publicidad pagada determina la viabilidad econmica de un medio de
comunicacin: si la línea in!ormativa de un medio no conviene a un cliente, este retira sus
contratos. Los clientes m-s poderosos pueden controlar así medios de comunicacin. .nte
la cacerolada indignada La @ai1a és Aordor Boccupymordor, altos directivos de la entidad
bancaria llamaron a diarios, radios y televisiones para saber si continuarían publicando
in!ormacin sobre la protestaD a la publicacin, @afC amb llet se le cancel la p-gina de
publicidad #$odríguez, &'1&: 11 de mayo).
Hin embargo, el contexto se hace cada vez m-s comple"o, e interactúan otros
!actores. Las nuevas tecnologías de la in!ormacin y la comunicacin #R</) est-n o!reciendo
!uentes in!ormativas alternativas, !-cil y r-pidamente accesibles y esto conlleva +ue se
puedan contrastar de manera igualmente !-cil y r-pida in!ormaciones +ue se develan como
23.
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
mentiras y manipulaciones. Los medios hegemnicos ven amenazada su credibilidad, la
base de su poder, de su negocio y de su misma existencia.
,n los debates sobre la guerra, la tecnología y el espacio cibern7tico aparecen como
un nuevo lugar de la batalla: se habla de guerra cibern7tica, de guerra de redes, etc. *ero
no se debe con!undir el -mbito, el lugar de la batalla con la batalla misma #Htein, 1EE5). La
lucha es por la mente. Cabr- todo tipo de enemigos, con di!erentes niveles tecnolgicos y a
todos los +uerr-n combatir y vencer.
/on las tecnologías, el ciclo JJI. reduce su duracin y se a!ecta la aplicacin de
recursos, t-cticas y estrategias. .sí lo supo hacer la movilizacin social con el uso de
!aceboo9, tSitter, etc. #.lcazan et al, &'1&: 1&:1N). ,l conseller *uig reconoci
explícitamente en sede parlamentaria +ue el uso de las nuevas tecnologías tenía un impacto
evidente en el orden público y +ue condicionaba la respuesta gubernamental, de manera
+ue consideraba necesarios nuevos m7todos e instrumentos policiales #/omissi dL<nterior,
*arlament de /atalunya, &'11: &F de "unioD pp.1&:1F).
*ronto los cuerpos policiales trataron de pasar a la o!ensiva en el -mbito de las R</,
utiliz-ndolas no slo para obtener in!ormacin sino para realizar labores de propaganda. .sí,
crean sus propios espacios en las diversas plata!ormas #MouRube, tSitter, !aceboo9, etc.) y
consiguen un buen número de seguidores #,uropa *ress, &'11: 5 de septiembre). .un+ue
no siempre les sale bien, es conocido el !racaso de la 6Deb de la delación;, +ue puso en
marcha la policía catalana con ob"etivos de 6disuasión y la prevención;, y de 6promover la
participación ciudadana; #*úblico.es, &'1&: &5 de abril). Rambi7n obligaron a retirar
contenidos en +ue se se@alaba a policías concretos, como videos de MouRube, o el blog
-dentificaEls, lo cual no hizo sino +ue los signi!icados circularan m-s r-pidamente
#Llibertat.cat, &'11:15 de septiembre).
Las R</ inciden con claridad en el con"unto de los lugares en donde se construye
a+uello +ue se con!orma como real y verdadero, en el desarrollo del ciclo JJI.. Las redes
sociales del ciberespacio son in!oes!era, -mbito de batalla decisivo en la Buerra de
<n!ormacin. M el movimiento social ha ido ganando las batallas.
Llegados a un punto, el comando policial necesita establecer socialmente un
determinado mensa"e alto, claro, !uerte, sin ambages ni medias tintas, con un golpe sobre la
mesa, dirigi7ndose directamente al enemigo y zan"ando la cuestin. /omo se puede hacer
en una pelea calle"era, en +ue, a la vista del resto de la banda y del barrio, se advierte al
oponente por última vez, con una bravata +ue parezca su!icientemente contundente, antes
de lanzar el pu@etazo.
Ie ello, se encarg el comisario *i+u7, en el acto de celebracin institucional de la
policía, ante su "e!e el conseller dL<nterior y la prensa, con toda la carga del poder
institucional. . sus enemigos, los violentos, les destin una composicin de realidad,
proyeccin de acontecimentos: la policía 6va a por ellos; y 6lo pagar6n caro;, ya 6se
pueden esconder donde quieran, porque les vamos a encontrar) Fa sea en una cueva o en
una cloaca, que es donde se esconden las ratas, o en una asamblea, que no representa a
nadie, o detr6s de una silla de una universidad;. La arenga !ue recibida con aplausos de la
mayoría de los asistentes puestos en pie #,0,, &'1&: &' de abril). La certi!icacin de la
guerra de ba"a intensidad decretada contra la disidencia política y social #0ern-ndez, &'1&:
&5 de abril).
23/
!"M#2# Rub$n%&' (enedicto )almer*n
+ncuentro transdisciplinar Guerra psicológica para la represión
*uede sorprender la mencin a la universidad. *ero la universidad es, por excelencia,
la institucin investida y reconocida socialmente con la autoridad del conocimiento, la +ue
sabe leer la realidad tal cual es y decir +u7 hay +ue hacer con ella. La ciencia es una lucha
por el conocimiento público, con un gran poder para a!ectar las vidas de muchas gentes
#CaraSay, 1EE5:1F5, 11(). *or eso, entra en el -mbito de la instauracin del r7gimen de
verdad para la gubernamentalidadD en el terreno del establecimiento de lo real o verdadero y
la orientacin de conducta, en la in!oes!era, en el teatro de operaciones de la Buerra de
<n!ormacin.
/uando estas voces autorizadas se@alan a los culpables de la crisis, o critican a la
policía, resultan insu!icientemente cooperantes con los dirigentes gubernamentales, +ue les
aplican medidas. Ie ahí +ue el conseller *uig denuncie la 6connivencia; +ue se da con 6los
violentos;, 6desde sectores políticos, intelectuales y académicos; #,0,, &'1&: 5 de abril).
La sospecha e inter!erencia policial se extender- por la vida de la universidad. La
consideracin criminal se ahondar- en tanto la lucha estudiantil se comunica y participa
activa y signi!icativamente en el con"unto de protestas ciudadanas.
5. Identidades
La guerra de in!ormacin se libra tambi7n en el terreno de las identidades. La identidad, en
todas sus dimensiones y potencialidades, es convertida en un espacio e instrumento de
lucha.
,l enemigo es de!inido como quien no coopera suficientemente. *ara combatir al
enemigo, hay +ue conocerlo: identi!icar a cada uno de sus miembros, saber cmo son, +u7
hacen, cmo se relacionanA*or esa misma lgica, hay +ue denegar la propia identidad al
adversario. .sí se entiende a a+uel "e!e policial de %alencia +ue se re!ería a los estudiantes
de secundaria como 6el enemigo; a +uien no es prudente revelar las propias !uerzas
#*úblico.esD ,!e, &'1&: &' de !ebrero).
/onocer al enemigo implica un considerable volumen de traba"o: conseguir mucha
in!ormacin, tratarla y analizarla para obtener un conocimiento preciso y aplicable. La
in!ormacin procesada y analizada para su aplicacin se convertir- en 6inteligencia; a
trav7s del 6ciclo de inteligencia; #,"7rcito de los ,,.22., 1EE1: F&(). Ie estas tareas se
encargan peculiares dispositivos de la organizacin militar:policial, variados en nombres:
sección --, servicio de inteligencia, brigada de información, etc.
,l ,stado espa@ol es el +ue m-s identi!icaciones policiales realiza en toda la 2nin
,uropea: diez millones en &'1'. /omo indicador de productividad, el mando exige a sus
agentes un cupo de entre +uince y veinticinco identi!icaciones diarias #Milares, &'1&: &( de
mayo). ,l !omento de esta productividad entre cuerpos armados acaba resultando en un
!alseamiento de la realidad social y en graves, masivas y sistem-ticas violaciones a los
derechos humanos. 2n e"emplo emblem-tico es el de los 6falsos positivos; del e"7rcito
colombiano #/oello, &'1': 1E de diciembre).
Los datos se archivan en sistemas de in!ormacin. ,ntre las categorías utilizadas
para las clasi!icaciones y el cruce de in!ormacin, la ideología: los !icheros ideolgicos. .
principios de &'11, en su estreno como conseller dL<nterior, 0elip *uig declaraba el 6fin de la
impunidad de los antisistema;, con un operativo policial +ue, según su comunicado, incluy
la identi!icacin de 51( personas de las cuales 6(+G son antisistema, HI independentistas y
(H anarquistas; #0ern-ndez, &'11: E de !ebrero). Ios de las bases de datos +ue mane"a la
conselleria de <nterior no est-n su"etas a control alguno: la J5K, 4ase de Iatos sobre
Rerrorismo, e -nvestor, sobre criminalidad organizada. .ctivistas conocidos públicamente
230
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
han sido detenidos por participar en protestas acusados de 6integracin en criminalidad
organizada; #JH*IC:24, &'1&: N de "unio).
La existencia de !icheros ideolgicos de activistas y mani!estantes se traslada como
!antasma a las corrientes públicas de circulacin de la in!ormacin. Las din-micas del miedo
y la amenaza se instalan perversamente de la mano de las din-micas de guerra en torno a
la identidad. ,n esa línea, la policía catalana reconocía una 6vocación intimidatoria; a la
6Deb de la delación; #4a+uero, .lbalat, &'1&: &5 de abril).
,l es!uerzo guerrero distribuye y gestiona socialmente las identidades de manera
dicotmica, excluyente y polarizadora: amigo o enemigo, conmigo o contra mí. La
adscripcin a una de estas categorías es obligatoria e inexcusable.
.l igual +ue en la composicin de realidad, la categorizacin identitaria no es solo
clasi!icacin, sino t-ctica. He trata de posibilitar o no identificaciones de unos con otrasD
despertar solidaridades o noD aprobar o no unas conductas, permitir o no la adhesin en un
común, la accin colectiva, la organizacin, la acumulacin de !uerza en el tiempo y el
espacio. ,s un instrumento para distribuir a las personas y hacerlas completamente
utilizables en su multiplicidadD para permitir acumulaciones en el momento, lugar y punto
idneos, para conseguir una e!icacia m-xima de la !uerza en la actividad a producir,
!uncional a unos ob"etivos de guerra y gobierno: una mani!estacin ciudadana, una
#des)obediencia masiva, una huelga general, una algarada, una votacin, un gran silencio, la
a!iliacin a un sindicato combativo o a otro amarilloA
*ara gobernar a la poblacin hay +ue segmentar, caracterizar y proyectar
identidades. Cay +ue !acilitar las identi!icaciones +ue posibiliten, abran y mantengan el
espacio y el medio +ue oriente la colaboracin !uncional. Iivide y vencer-s. Hegmentar
acumulaciones, suscitar adhesiones y rechazos sociales, propiciar tratamientos di!erenciales
retroalimentadores: represin selectiva, reconducir a +uienes acepten 6dialogar; y eliminar
a irreductiblesA
@aracterizar, atribuir a algo o alguien propiedades +ue pueden resultar descriptivas,
distintivas, etc.D positivas para los amigos, negativas para los enemigos. @riminalizar, una
particular !orma de caracterizacin negativa: atribuir a alguien características propias de
+uien comete una conducta prohibida por la ley por+ue, idealmente, atenta contra bienes
protegidos por su valor.
@ulpabilizar y estigmatizar son !ormas de caracterizacin negativa. Cacen eso +ue
hacen y +ue est- tan mal por+ue son como son. *or eso, son culpables de lo +ue les
suceda. Hon así, cargan una marca indeleble, un atributo esencial, signi!icativo, de!inidor,
inescapable, determinante de la identidad y de la conducta, su!iciente para convertir a su
portador, de manera inmediata e incuestionable, en entidad reprochable en sí misma,
merecedora de cuanto negativo le acontezca: el estigma.
,l proceso de estigmatizacin llega al extremo de producir la des!umanización de la
víctima, la desposesin de toda característica y dignidad humana. Jb"etos inanimados o
animales: ratas, perro!lautas, etc. =o siendo seres humanos, no hay por +u7 tener reparo
alguno en su consideracin y tratamiento.
La culpabilizacin debe traducirse en criminalización para poder ser tratada por el
derecho, el 6arma muy poderosa;. La hegemonía crear- con la ley las eti+uetas identitarias
necesarias, nuevos crímenes y asociaciones. *ara la policía, una 6estética radical
antisistema;, constituir- evidencia inculpatoria, aun+ue algún el "uez les se@ale +ue 6se
desconoce cu6l sea; esa est7tica #$edaccin Seb Iiagonal , &'1&: 1E de septiembre).
2,
!"M#2# Rub$n%&' (enedicto )almer*n
+ncuentro transdisciplinar Guerra psicológica para la represión
La culpabilizacin de las víctimas es un intento de legitimar y normalizar las
agresiones, de ocultar la intencionalidad de las estrategias represivas, y de +uitar toda
responsabilidad a los agresores desplaz-ndola a +uienes su!ren los da@os e implantar la
impunidad. La culpabilización es el mundo al rev7s. Las víctimas son convertidas en
culpables despreciables ante +uienes no cabe otra opcin +ue la eliminacinD los victimarios,
en encomiables y sacri!icados altruistas.
Las !ormas de producir son diversas: propaganda, di!usin de rumores +ue "usti!i+uen
la versin o!icial distorsionada, amenazas, insultos, etc. He trata de di!amar, desacreditar,
avergonzar, arrebatar públicamente a la víctima cual+uier atisbo de atributos positivosA
,n /atalunya, las autoridades se dieron bien pronto a la tarea de caracterizar a
+uienes protestaban en par-metros guerreros. La violencia es el trazo !undamental de su
identidadD por eso son 6los violentos; +ue por naturaleza y pro!esin, sin sentido, viven
6con esta tentación de caer en la violencia y con la vocación de enfrentarse a la autoridad
por la nica razón de !acerlo; #/omissi dL<nterior, *arlament de /atalunya, &'11: &F de
"unioD pp.N).
La adscripcin a enemigo violento se puede aplicar a toda persona y
comportamiento, en cual+uier momento y lugar, por encima de cual+uier otra consideracin.
Hegún el conseller, lxs indignadxs son 6tropa de infantería; y los violentos, 6escondiéndose
ba"o las me"ores formas del activismo no violento, acaban provocando, precisamente, la
violencia; #/omissi dL<nterior, *arlament de /atalunya, &'11: &F de "unioD pp.5:N). Kuienes
no practican la violencia son 6virtuales violentos; +ue proporcionan cobertura ba"o la 6falsa
apariencia de resistencia pacífica; #Barcía, &'11: 1N de "unio).
.dem-s, son ni@os mimados irresponsables +ue han crecido sin +ue les !alte de
nada, +ue +uieren +ue el estado les mantenga, y +ue insultan a la gente +ue lo est-
pasando tan mal cuando pretenden hacer ver +ue son como ellos #./=, &'1&, 1' de abril).
/argan adem-s la marca ideolgica del demonizado enemigo histrico) $ecuerda el director
general de policía +ue 6Jarcelona tiene una !istoria de luc!a de movimientos obreros y
anarquismo) 7quí !ay un sustrato que debemos tener controlado; #/adena Her, &'1&: F de
mayo).
La identidad policial tambi7n es gestionada. ,l grito 6>dónde est6 tu nmero de
placa?; re!le"a la proteccin guerrera de la identidad policial, su denegacin al enemigo.
.un+ue la ley obliga a la identi!icacin policial como !rmula de de!ensa de la ciudadanía
#Híndic de Breuges, &'11:&1'), los derechos ciudadanos son considerados espacios de
vulnerabilidad +ue explota el enemigo. He pretende la impunidad, asegurar la victoria en la
guerra "urídica. Las denuncias a los Mossos se complican al traba"ar estos sin identi!icacin
#$odríguez, &'11: 1 de "unio). =uevamente, la ley y la excepcin soberana.
.migos y enemigos, buenos y malos. Las nociones sobre el bien y el mal constituyen
guías morales +ue orientan el comportamiento de las personas y enmarcan sus valoraciones
y respuestas a conductas propias y a"enas. .lgunos analistas #Montero Bmez, &''5)
consideran +ue para de!ender la ley, es imprescindible +ue sus de!ensores consideren +ue
est-n en el lado del 4ien y los criminales en el del MalD la línea divisoria entre bien y mal, el
,stado de derechoD el inconveniente, +ue esta ineludible distribucin moral sesga la
aproximacin a !enmenos criminales comple"osA
,l conseller dL<nterior se aplic en esta proyeccin de guía moral: 6muc!a gente !a
tomado conciencia de que los malos son malos y que la policía est6 legitimada para actuar
contra ellos; #4arbeta, ,spinasa, &'11: 11 de "unio). 2na y otra vez, pretendiendo
naturalizar sus insostenibles identi!icaciones axiom-ticas entre el bien, el mal, la policía, lo
2,!
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
normal: 6Luien lo !ace mal son los violentos) La policía siempre est6 al lado de la
democracia, de la gente normal; #$edacci, &'1&: F de abril).
. los buenos, no se les cuestiona: 6una cosa es el debate político y la otra es poner
en duda la actuación de la policía; #,:noticies.es, &'1&: F de .bril). =uevamente, la relacin
de excepcin: el conseller soberano pretende de!inir el espacio mismo en +ue lo político
puede tener algún valor. La di!erencia como no adhesin propia del enemigo, cierre de la
disensin, clausura de lo político.
,l bien, !uera de lo político, de lo humano y lo mundano, debe estar entonces en el
m-s all- de lo divino. ,!ectivamente, 6el <e8or est6 presente en vuestras actuaciones;, les
asegur el arzobispo de 4arcelona a los Mossos dL,s+uadra, en la misa del día de la
celebracin institucional del cuerpo policial #H-enz, &'11: 5 de "unio). =o hubo mayores
iluminaciones al respecto de esta presencia de Iios en la policía, así +ue no podemos saber
cmo se produceD mucho menos si cabe preguntarse por su número de placaA
He proyectan otros modelos de identi!icacin policial, con medallas y
reconocimientos: un sargento de la Jrigada AMbil, algún "e!e policial y algún "uez envueltos
en "uicios y esc-ndalos de !raude o corrupcin #8aosenla$ed.net, &'11: 5 de "unio).
.limentacin de narcisismo policial para el aseguramiento de la !idelidad, el mantenimiento
de la complicidad y la e!ectividad material de la cadena de mando. Cay +ue conservar altas
la moral interna y la autoestima corporativa. =o se +uieren agentes +ue discrepen de la
accin policial represoraD si se da el caso, se sanciona por 6abuso de atribuciones;, y se les
eti+ueta identitariamente como una clase aparte, el 6policía indignado; o 6poliflauta;
#4arroso, &'1&: 1 de agosto).
La gestin guerrera de las identidades se realiza tambi7n desde su con!usin. Lxs
policías in!iltradxs circulan, m-s o menos di!usa y ambiguamente, según convenga, entre las
!ronteras del ser o no ser, del establecimiento de lo real y verdadero. ,l problema no es solo
la in!ormacin +ue un in!iltrado pueda conseguir y los incidentes +ue puedan provocar. La
sola presencia social de la in!iltracin cumple una !uncin estrat7gica crucial: promueve una
paranoia +ue mina la con!ianza entre activistas y disuade a trav7s del miedo a potenciales
apoyos. *or eso, mientras las identidades de los agentes encubiertos son ocultadas, se
publicita ampliamente +ue hay una extensa red de in!ormantes en el interior de los
movimientos #Blic9, 1E(E: 51).
,n orden público, el experimento m-s reciente, masivo y explícito !ue el despliegue
policial de la policía catalana en los días en torno a las movilizaciones del primero de mayo
en 4arcelona. =umerosos policías de civil identi!icados tan slo por una banda pl-stica en el
brazo. Mandos del cuerpo reconocieron públicamente un !in disuasorio de esta t-ctica:
NLanzamos el mensa"e de que !ay muc!os policías de paisano, es decir, de que a este que
lleva el brazalete le ves, pero a otros muc!os no». #4a+ueroD =avarro: &'1&, & de mayo).
,st-n, ven, te ven, saben, pueden hacerD pero no se les ve, ni se sabe de ellxs, ni se
les puede hacer nadaA Jmnivigilancia, omnivisibilidad, omnisciencia, omnipotencia, e
impunidad entran en un "uego siniestramente cruzado de lengua"es excluidos, de presencias
ocultas, de cdigos implícitos, en +ue se dice lo +ue se dice, pero se a@ade un excedente
mudo y silenciado +ue aporta un mensa"e último #4enedicto, &'1&: 1N de Mayo). ,s la
apariencia de un teatro de operaciones transparente para la !uerza policial, invisible para el
enemigo. He pretende la interiorizacin del o"o vigilante panptico de la sociedad de control,
la interiorizacin de las conductas inoculadas y su despliegue voluntario, dcil, !uncional.
,n último t7rmino, y para cumplir sus ob"etivos, el estado necesita trans!ormar a la
poblacin en colaboradora. La guerra psicolgica +ue conlleva la represin política supone
2,2
!"M#2# Rub$n%&' (enedicto )almer*n
+ncuentro transdisciplinar Guerra psicológica para la represión
la introduccin de unas !ormas de vivir y pensar orientadas a +ue la gente acepte las
situaciones. La represin política se encaminar- a romper las bases +ue sostienen procesos
sociales contrarios a la distribucin de poder establecida, sean estas bases convicciones
personales o procesos comunitarios. He buscar- una individualizacion !uncional y la ruptura
de esas comunidades o colectivos #Martín 4eristain, $iera, 1EE&: &ND&E).
Iestruir las identidades enemigas pero, simult-neamente, producir identidades
!uncionales. Iestruir con la culpabilizacin, la criminalizacin, el miedo, la impunidad... /rear
su propio te"ido social !uncional para mantenerse en el tiempo. Los comportamientos
!uncionales se tienen +ue asentar, la poblacin ha de !uncionar por sí sola de la manera
adecuada. Rambi7n se han de cargar positivamente las identidades y conductas +ue se
proponen como adecuadas. He han de presentar modelos +ue muestren bondad y
compromiso con los m-s des!avorecidos en el sorteo de la crisis y la vida.
,l gobierno catal-n y su televisin pública promovieron durante meses una maratn
televisiva para recaudar !ondos para la pobreza y la exclusin social. ,l mismo president de
la Beneralitat se implic como un voluntario m-s en tan encomiable es!uerzo, pues
consideraba importante 6que la gente se sensibilice y que en un momento e1cepcional !aga
cosas e1cepcionales; #,uropa *ress, &'1&: &( de mayo). La crisis no es cuestin de
política, ni de "usticia social, ni de dignidad, sino de caridad. La gente buena, normal, no se
mete en política, da caridad, y los pobres buenos la reciben agradecidos.
Las gentes, sin embargo, son activas, generan resistencias, tienen capacidades
críticas y contraargumentan de!iniciones identitarias del 6nosaltres; #15M4cn, &'1&: &5 de
abril).
6. rientación de la conducta po!lacional
Los ob"etivos de la <G apuntar a cambiar el comportamiento del oponente. Kue el enemigo
se comporte como se le es re+uerido.
*ara generar esos cambios en el comportamiento, el comando gubernamental
genera un cúmulo de acciones en diversos -mbitos, como las +ue hemos venido
desgranando en los puntos anteriores, para producir unos e!ectos +ue a su vez orientarían
hacia una conducta. /ada actuacin proporciona uno o varios mensa"es +ue se re!uerzan en
la interrelacin con otros mensa"es producidos a trav7s de otras actuaciones en otros
-mbitos.
Los destinatarios de las actuaciones no son solamente +uienes reciben directamente
una actuacin, sino tambi7n +uienes habitan el medio, es decir, el con"unto de la sociedad
+ue constituye el teatro de operaciones. ,l con"unto de actuaciones va con!ormando el
medio +ue ir- induciendo, canalizando con apariencia de naturalidad, la conducta de la
poblacin de una !orma !uncional.
.sí, se inducir- la produccin de unas conductas en todos los su"etos sociales desde
el individuo hasta la sociedad. ,sas conductas producir-n unas y no otras acumulaciones e
interrelaciones de seres humanos, es decir, distribuciones de !uerzas en la situacin
relacional general tanto t-ctica como estrat7gicamente. /onduccin de conductas,
e+uilibrios de poder, posibilidad de e"ercicio de comando gubernamental.
,n la gestión de los afectos, la orientacin de conducta se puede dar a trav7s del
miedo. ,n la gestión de la composición de realidad, a trav7s tanto de la produccin de su
materialidad, como de su inmaterialidad: del control sobre su narracin, de la manipulacin
de los procesos cognitivos, de los dispositivos sociales +ue nutren a la in!oes!era, etc. ,n la
gestión de identidades, de!iniendo y conociendo al enemigoD culpabiliz-ndolo,
2,3
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
criminaliz-ndolo, estigmatiz-ndoloD dividiendo para vencer, proporcionando tratamientos
di!erencialesD destruyendo lazos solidarios y construyendo y proyectando identidades
!uncionales.
,n con"unto, el mensa"e es comprtense como se les es re+uerido. Rengan miedoD
cr7anse las mentiras, hagan suyos los modelos de ser y vivir +ue les imponemos.
Jbedezcan. Rraba"en m-s por menos, vean !útbol, vayan a misa. =o protesten, no se
organicen, hagan como nosotros, no se metan en política. I7"ense explotar y cr7anse +ue
viven y son !elices.
". La or#ani$ación de la %iolencia policial catalana
*ara completar el an-lisis, hablamos brevemente de los procesos sociales concretos +ue en
/atalunya sostienen la organizacin y estructuracin de la !uerza gubernamental policial:
pensamiento, materiales t7cnicos, organigramas, estrategiasA
Iurante el periodo en +ue realizamos el an-lisis, se hizo de dominio público el traba"o
!inal del comisario *i+u7 en el m-ster en políticas públicas de seguridad de la 2niversitat
Jberta de /atalunya #$edacci Iirecta, &'1&: &F de mayo). .lgunos de los p-rra!os +ue
m-s escandalizaron se re!erían a la provocacin de incidentes a trav7s de un de"ar !acer a
pe+ue@os grupos, o de una violencia policial explícita, intensa e indiscriminada. *ara tales
estrategias, se tomaba como re!erentes a diversos tericos militares cl-sicos #*i+u7, &''E).
,l conseller neg toda relacin entre el traba"o acad7mico del comisario y las
actuaciones de la policía catalana #,uropa *ress, &'1&: F1 de mayo). ,l documento no es
un manual de operaciones o t-cticas policiales +ue oriente !ormalmente las operaciones de
los Mossos dL,s+uadra. *ero el comisario es un alto mando, un re!erente en el cuerpo. .l
analizar el documento, aparecen numerosas coincidencias con el marco de entendimiento
propuesto en este traba"o, y con las actuaciones policiales ante las movilizaciones sociales.
,l documento muestra algo obvio, +ue la policía catalana construye su pensamiento
doctrinario. ,n esa labor, se relaciona con el campo de las teorías y doctrinas militares y de
sus marcos sociales de posibilidad y produccin.
Kue 6la resistencia no violenta es violencia; no es una ocurrencia del conseller *uig
y sus comisarios antidisturbios. ,sa consideracin la hizo c7lebre un ministro del <nterior
alem-n en los a@os ochenta, 0riedrich Timmerman, antiguo militar nazi reconvertido en
demcratacristiano, +ue tambi7n se hizo conocido por su vigilancia a diputados opositores,
etc. #Bmez, &'1&: && de septiembreD Gi9i+uote, &'1&: 1N de septiembre).
La colaboracin policial con .lemania se produce desde hace tiempo, la conselleria
dL<nterior tiene acuerdos !irmados con algunos lander alemanes. <ntercambian experiencias,
comparten m7todos, celebran cursos y seminarios, ponen en común novedades en
e+uipamientos, etc. ,ntre las cuestiones prioritarias, la !ormacin y la seguridad en espacios
públicos #Babinet de /omunicaci, Iepartament dL<nterior, &'1': N de abril).
,n agosto de &'11, el conseller *uig envi a .lemania a mandos de la policía
catalana en busca de conse"o, t-cticas y material #4a+uero, &'11, E de septiembre). Meses
atr-s, el conseller había se@alado +ue estaban revisando estrategias de actuacin, m7todos
y t-cticas, y +ue había creado una comisin de traba"o a tal e!ecto, considerando iniciativas
re!erentes a legislacin, recursos materiales, una nueva estructura de mando "erar+uizada,
etc. #/omissi dL<nterior, *arlament de /atalunya, &'11: &F de "unioD pp1).
,n tecnología y materiales, re!erentes militares. =uevos !usiles con nueva municin,
comprados a una empresa suiza puntera en tecnología militar, proveedor habitual de la
JR.=, +ue reconvirti un sub!usil de lanzamiento de granadas utilizado en .!ganist-n. Las
2,,
!"M#2# Rub$n%&' (enedicto )almer*n
+ncuentro transdisciplinar Guerra psicológica para la represión
balas de goma se mantienen, el comisario de los antidisturbios de!iende su indiscriminacin
por el p-nico +ue generan y +ue promueve +ue los mani!estantes corran y abandonen el
terreno #0ern-ndez, &'1&: E de abril).
Iurante la huelga general de 15 de noviembre de &'1&, uno de esos proyectiles,
lanzado a una multitud +ue ya se disolvía pací!icamente, mutil el o"o a una mani!estante. ,l
hecho !ue negado en diversas ocasiones por <nterior, la movilizacin social de protesta
aument, las evidencias !ueron apareciendo con rotundidad. 2n comisario dimiti, el
conseller *uig se vio entre las cuerdas #$edaccinD .gencias, &'1&: 1F de diciembre), y se
aprovech la !ormacin del nuevo gobierno tras las elecciones para recolocarle al !rente de
otra conselleria.
,l armamento policial permite unas determinadas t-cticas para el gobierno de los
cuerpos de lxs ciudadanxs. *ero su uso puede llegar a producir e!ectos contrarios a los
propsitos de la accin de gobierno: protesta social, desobediencia e ingobernabilidad. ,se
es el c-lculo policial. Lo material y lo inmaterial van "untos, enredados comple"amente. ,l
comando policial sabe +ue debe considerar su interaccin.
*ara la policía catalana, lleg, de nuevo, el tiempo de reordenar su estructura
organizativa de cara a los propsitos gubernamentales en la coyuntura. 6Oemos !ec!o la
reestructuración que !emos querido;, un modelo policial m-s adecuado a la 7poca de
6fuertes convulsiones;, dice el conseller #Hiccardi, &'11: 1F de diciembre).
,n el control de la in!ormacin, est- buena parte del control de la ma+uinaria policial,
así como del territorio y de la vida a gobernar. He instala otra disposicin de los aparatos de
in!ormacin policiales en el engrana"e interno. ,l -mbito de <n!ormacin pasa a depender del
mando policial y aumenta su peso en el organigrama general. Ie divisin, pasa a /omisaría
Beneral, se le otorgan muy amplias !unciones y su responsable entra a !ormar parte de la
estructura de mando del cuerpo #Iepartament dL<nterior, Beneralitat de /atalunya, &'11: 1F
de diciembre).
Jtra signi!icativa novedad es la nueva /omisaría Beneral de $elaciones
<nstitucionales, *revencin y Mediacin, +ue presenta como principal propsito el !omentar
la visin integral de la seguridad. .lgo +ue el propio Iepartament dL<nterior reconoce 6va
m6s all6 de la tarea policial y que necesita el m61imo di6logo y la m61ima cooperación entre
los diferentes actores sociales;. ,ntre sus cometidos, !omentar di-logos y cooperaciones
con la administracin de "usticiaD elaborar recomendaciones legislativas y administrativasD
identi!icar interlocutores sociales v-lidos, con un en!o+ue preventivoD preparar- acuerdos
operativos con otros organismos e institucionesD !omentar la cooperacin internacionalD e
impulsar la mediacin y resolucin creativa de con!lictos #Iepartament dL<nterior, Beneralitat
de /atalunya, &'11: 1F de diciembre).
,s 6el arma de la mediación; #Hierra, &'1&: 1 de mayo). ,l responsable de esta
nueva instancia policial aclara en prensa para +u7 ha de servir: 6!emos de intentar pactar y
negociar antes de utilizar la fuerza; #*alacios, &'1&: &( de mayo). ,s decir, sometimiento
por las buenas, o por la !uerza.
He instaura toda una comisaría para +ue la policía se dedi+ue a realizar un traba"o
6m6s all6 de lo policial;, un traba"o de in!luencia social, de composicin de realidad, de
proyeccin de imagen, de te"ido de alianzas y complicidadesA todo un traba"o político. Hi la
policía realiza traba"o político, >podemos hablar entonces de una policía política? >,s eso
compatible con los presupuestos de la democracia.
,l departament publicita su estrategia: re!ormas legales, m-s instrumentos a los
agentes para incrementar y me"orar la capacidad operativa policial, y buscar la complicidad
2,"
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
social para aislar a los violentos #Hala de premsa, Beneralitat de /atalunya, &'1&: F de
abril). ,sos son los tres e"es en torno a los cuales el Iepartament dL<nterior anunci para
combatir la violencia urbana. .sí, promover-n modi!icaciones del cdigo penal para tipi!icar
delitos y endurecer penas, etc. Rambi7n se potenciar-n la 2nidad /entral de <n!ormacin, la
4rigada Mvil, etc. con m-s agentes y m-s e+uipos. He impulsar- un debate parlamentario y
social, con responsables políticos y medios de comunicacin para 6evitar connivencias
intelectuales con los violentos; #Mossos dU,s+uadra, Beneralitat de /atalunya, &'1&: 5 de
abril).
M-s dispensacin de violencia, m-s servicio de in!ormacin, m-s accin política.
Ioctrina, disposicin de !uerzas y estrategias para la Buerra de <n!ormacin y la
contrainsurgencia, adaptadas al entorno operativo del actual momento en el país,
preparadas para una pro!undizacin del con!licto social, en donde la 6insurgencia; a batir
ser- la ciudadanía +ue de!ienda sus derechos y no coopera su!icientemente con los !ines
del comando dirigente.
&. 'In(conclusiones y pró)imos escenarios
,l an-lisis de las acciones policiales e"ecutadas en las di!erentes dimensiones psicosociales
para conducir la conducta de la poblacin, así como de la organizacin institucional de la
violencia muestra su!icientes elementos para poder a!irmar +ue el con"unto de la estrategia
policial al respecto de las movilizaciones actuales en /atalunya enca"an en el marco de
entendimiento de la lgica de la guerra, de las estrategias de contrainsurgencia, de la teoría
de Buerra de <n!ormacin.
Iesde el pensamiento militar, el control de los pobres urbanos es ob"etivo principal,y
para la guerra urbana se consideran los presupuestos de guerra asim7trica,
contrainsurgencia, etc. #Tibechi, s.!.:N). La militarizacin de la sociedad ser- cada vez mayor.
La guerra es !orma de gobierno +ue permite +ue los negocios puedan seguir
!uncionando y creciendo. ,scenarios en otros países muestran +ue se puede pro!undizar
mucho todavía en estas estrategias, con mucha m-s violencia, m-s intensa y m-s extensa:
m-s operativos, m-s intensidad en el da@o, m-s gentes y espacios sociales a!ectadosD
acciones de guerra suciaD aumento de la delincuencia común, promocin de la polarizacin
social, aparicin de grupos de cho+ue de ultraderecha para llegar all- donde la uni!ormidad
no puede llegar, etc.
*ero la gente no estar- +uieta. Homos personas, tenemos historia y dignidad y
a!rontamos activamente los problemas. Rodo est- todavía por de!inir, depender- tambi7n de
lo +ue hagamos colectivamente. Hu ob"etivo es nuestra mente, nuestro corazn, nuestro ser,
nuestro hacer. Hon ob"etivos es+uivos, +ue nunca tendr-n si no se los entregamos. *ese a
todos los medios desplegados a lo largo de la historia, nunca ha sido posible extirpar por
completo la resistencia de las luchas por la dignidad. .ba"o, las gentes del 6nosaltres;
seguimos vivas, creando alternativas y reproduciendo vida. %ienen tiempos di!íciles, pero el
escenario sigue abierto y la tortilla siempre puede dar la vuelta.
*i!lio#raf+a y referencias.
15M4/=. #&'1&, &5 de abril). :osaltes, manifest de lPassemblea de suport a les persones
represaliades del +IA Ven líneaW. V0echa de consulta: &NX5X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.youtube.comXSatch?vZgzGK<Ll=,*< [.
2,-
!"M#2# Rub$n%&' (enedicto )almer*n
+ncuentro transdisciplinar Guerra psicológica para la represión
./.M*.I.4/=. #&'11, 15 "unio). 7turar el *arlament Ven líneaW. V0echa de consulta:
15XNX&'11W. Yhttp:XXacampadabcn.Sordpress.comX&'11X'NX15Xper:+ue:aturar:el:parlamentX [.
./=. #&'1&, 1' de abril). Qelip *uig diu que els violents són R"oves que !an crescut sense
que els faltés resR Ven líneaW. .ra. V0echa de consulta: 11X5X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.ara.catXsocietatX*uig:violents:desnonats:aturats\'\N1E1F&&'5.html [
.B.M4,=, B. #1EE(). Oomo <acer) 4l poder soberano y la nuda vida. %alencia: *re:Rextos.
.L4.L.R, O. #&'1&, F de marzo). 4l "uez arc!iva la causa contra los Aossos por el desalo"o
de los indignados de plaza de @atalunya Ven líneaW. ,l *eridico de /atalunya. V0echa de
consulta: 1EX5X&'1&W. Yhttp:XXSSS.elperiodico.comXesXnoticiasXsociedadX"uez:archiva:causa:
contra:los:mossos:por:las:cargas:plaza:catalunya:151&E(1 [.
.L/.T.=D .$=.2MJ=RMD .],4$.D K2JIL<4,R.RD H<MJ=. L,%<D H2=JR<HH<M.D
R.8,RC,HK2.$,D RJ$,R. #&'1&). Kecnopolítica, internet y r&evoluciones sobre la
centralidad de redes digitales en el B(%m Ven líneaW. 4arcelona: <caria. V0echa de consulta:
EXEX&'1&W. Yhttp:XXSSS.icariaeditorial.comXpd!\librosXRecnopolitica,^&'internet^&'y^&'r:
evoluciones.pd! [.
4.K2,$J, .. #&'11, E de septiembre). *uig reorganizar6 los antidisturbios tras los errores
frente al (%&A Ven líneaW. ,l *eridico de /atalunya. V0echa de consulta: N:1X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.elperiodico.comXesXnoticiasXpoliticaXpuig:reorganizara:los:antidisturbios:tras:los:
errores:!rente:15:m:1155515 [.
4.K2,$J, ..D .L4.L.R, O. #&'1&, &5 de abril). *uig estrena la Deb de delación de
v6ndalos que critican los abogados Ven líneaW. ,l *eridico de /atalunya. V0echa de
consulta: 1EX5X&'1&W. Yhttp:XXSSS.elperiodico.comXesXnoticiasXsociedadXpuig:estrena:Seb:
delacion:vandalos:+ue:critican:los:abogados:11'51FF [.
4.K2,$J, .D =.%.$$J, M. #&'1&, & de mayo). P<ecretasP con brazalete Ven líneaW. ,l
*eridico de /atalunya) V0echa de consulta: &X5X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.elperiodico.comXesXnoticiasXsociedadXsecretas:con:brazalete:11F5E'N [.
4.$4,R., O.D ,H*<=.H., M. #&'11, 11 de "unio). Qelip *uigS ROa !abido un e1ceso de
simpatía intelectual con los indignadosR Ven líneaW. La %anguardia V0echa de consulta:
1'X1X&'11W. Yhttp:XXSSS.lavanguardia.comXpoliticaX&'11'N11X5511&F(5551X!elip:puig:ha:
habido:un:exceso:de:simpatia:intelectual:con:los:indignados.html [.
4.$$JHJ, O. #&'1&, 1 de agosto). 7nulada la sanción al TpoliflautaE del (%&A Ven líneaW. ,l
*aís. V0echa de consulta: 11X11X&'1&W.
Yhttp:XXccaa.elpais.comXccaaX&'1&X'(X'NXmadridX1F55&5E&55\&1'E15.html [.
4,=,I</RJ, $. #&''5). 5octrinas militares imperialesS relaciones entre concepciones
militares y teoría imperial de Aic!ael Oardt y 7ntonio :egri. Rraba"o de investigacin para la
obtencin del título de Maestría en *sicología Hocial, doctorado en *sicología Hocial,
2,.
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
2niversitat .ut_noma de 4arcelona. V0echa de consulta: 1FX11X'1W.
Yhttp:XXruben.pangea.orgXtesinaXindex.htm [.
4,=,I</RJ, $. #&'1&, 1N de Mayo). La Janda de los Aossos dE4squadra)
,ubernamentalidad del miedo para las movilizaciones ciudadanas, @atalunya Ven líneaW.
8aos en la $ed V0echa de consulta: 1NX5X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.9aosenlared.netXcomponentX9&XitemX1(5E1:la:banda:de:los:mossos:d
^,&^('^EEes+uadra:gubernamentalidad:del:miedo:para:las:movilizaciones:ciudadanas:
catalunya:mayo:&'1&.html [.
4,=`R,T, 4. #&'11, 5 de "ulio). 4ls Aossos no volen vídeos de les actuacions policials Ven
líneaW. *úblico. V0echa de consulta: 5X(X&'11W. Yhttp:XXSSS.publico.esXcatalunyaXF(5F((Xels:
mossos:no:volen:videos:de:les:actuacions:policials D http:XXm.publico.esXF(5F(( . [
/.I,=. H,$. #&'1&, F de mayo). PJarcelona tiene una !istoria de luc!a de movimientos
obreros y anarquismo) 7quí !ay un sustrato que debemos tener controladoR Aanel *rat en
POoy por OoyP Ven líneaW. /adena Her. V0echa de consulta: 5X5X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.cadenaser.comXespanaXaudiosXbarcelona:tiene:historia:lucha:movimientos:
obreros:anar+ uismo:hay:sustrato:debemos:tener:controlado:manel:prat:hoy:hoy:
&'1&XcsrcsrporX&'1&'5'Fcsrcsrnac\1X.esX [.
/.$$.=/J, $. #&'1&, 5 abril). *uig propone restringir el derec!o de reunión en la luc!a
contra el vandalismo Ven líneaW. ,l *aís. V0echa de consulta: NX5X&'1&W.
Yhttp:XXccaa.elpais.comXccaaX&'1&X'5X'FXcatalunyaX1FFF55'E'&\'F51F5.html [.
/J,LLJ, <. #&'1'. 1E de diciembre). 4l asesinato de civiles era algo !abitual en el e"ército
de Uribe Ven líneaW. *úblico. V0echa de consulta: 1EX1&X&'1'W.
Yhttp:XXSSS.publico.esXinternacionalXF5&FEFXel:asesinato:de:civiles:era:algo:habitual:en:el:
e"ercito:de:uribe [.
/JM<HH<a /JM2=</./<a ./.M*.I.4/=. #&'11, 15 de "unio). :ota informativa (VW(%X
Ven líneaW. V0echa de consulta: &'XNX&'11W.
Yhttp:XXimagenes.publico.esXresourcesXarchivosX&'11XNX15X1F'(151&&1551/JM2=</.IJ15
O.pd! [.
/JM<HH<a IL<=R,$<J$, *.$L.M,=R I, /.R.L2=M.. #&'11, &F de "unio). <essió nm) Y
Ven líneaW) Iiari de sessions del parlament de /atalunya, <] legislatura Hbrie / : =úmero 1''
Hegon període . V0echa de consulta: 1&XNX&'1&W.
Yhttp:XXSSS.parlament.catXactivitatXdspccX'Ec1''.pd! [.
/24,LLH, O.D <c<B2,T:$2,I., L. #&''(). La construcción de !ec!os en el discurso
"urídicoS 7n6lisis del caso de los 2robos en ca"eros autom6ticos en la ciudad de Jarcelona3
Ven líneaW. $evista ,spa@ola de <nvestigacin /riminolgica. .rtículo 5, =úmero N. V0echa de
consulta: (X5X&''EW. Yhttp:XXSSS.criminologia.netXpd!XreicXanoN:&''(XaN&''(art5.pd![
I,*.$R.M,=R IL<=R,$<J$, B,=,$.L<R.R I, /.R.L2=M.. #&'11, 1F diciembre).
5ecret V(%W+'((, de (H de desembre, dPestructura de la funció policial de la 5irecció
2,/
!"M#2# Rub$n%&' (enedicto )almer*n
+ncuentro transdisciplinar Guerra psicológica para la represión
,eneral de la *olicia .7rt) G+0 Ven líneaW. Iiari J!icial de la Beneralitat de /atalunya, IJB/
núm. N'&5 de 15X1&X&'11. V0echa de consulta: 5X1X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.gencat.catXdiariXN'&5X11F5F'F'.htm [.
,0,. #&'11, 15 de "unio). 5iputados agredidos por indignados critican el dispositivo policial
de -nterior Ven líneaW. ,l *eridico de /atalunya. V0echa de consulta: 1NXNX&'11W.
Yhttp:XXelperiodico.comXesXnoticiasXsociedadXdiputados:agredidos:por:indignados:critican:
dispositivo:policial:interior:1'5F(FF [.
,0,. #&'1&, F' de marzo). Qelip *uig a los !eridosS P:o les vale el yo pasaba por a!íP Ven
líneaW. ,l Mundo. V0echa de consulta: 1X5X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.elmundo.esXelmundoX&'1&X'FXF'XbarcelonaX1FFF1'N1&1.html [.
,0,. #&'1&, 5 de abril). *uig arremete contra personas de relevancia pblica que simpatizan
con las Rguerrillas urbanasR Ven líneaW. $R%,. V0echa de consulta: 1'X5X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.rtve.esXnoticiasX&'1&'5'5Xpuig:arremete:contra:personas:relevancia:publica:
simpatizan:guerrillas:urbanasX51F5&1.shtml [.
,0,. #&'1&, &' de abril). Un comisario avisa a los violentos de que los Aossos van a por
ellos y lo pagar6n caro Ven líneaW. La %anguardia. V0echa de consulta: &FX5X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.lavanguardia.comXpoliticaX&'1&'5&'X55&(5'F'FN&Xcomisario:avisa:violentos:
mossos:van:a:por:ellos:lo:pagaran:caro.html [.
,Od$/<RJ I, LJH ,,.22. #1E(E). Xoint *ublication .X*0 (&'+, 5ictionary of Ailitary and
7ssociated Kerms Ven líneaW. Gashington I./.: Ooint /hie!s o! Hta!!, Iepartment o! Ie!ense.
#,d. $ev. &'''). V0echa de consulta: 1FX'1X&'''W. Yhttp:XXSSS.!as.orgXmanXdoctrine.htm [.
,Od$/<RJ I, LJH ,,.22. #1EE1). Xoint 5octrine 4ncyclopedia Ven líneaW. Gashington I./:
Ooint /hie!s o! Hta!!, Iepartment o! Ie!ense. V0echa de consulta: 1F:'1:&'''W.
Yhttp:XXSSS.!as.orgXmanXdoctrine.htm [.
,M., O. ,.D H.=IJ%.L, O. #&''F). Airada caleidoscopica al construccionismo social Ven
líneaW) *olítica y Hociedad, 5', #%ol. <), pp. 5:15. V0echa de consulta: 15X1'X&'1'W.
Yhttp:XXrevistas.ucm.esXindex.phpX*JHJXarticleXvieSX*JHJ'F'F1F'''5.X&F155 [
,:=JR</<,H. #&'1&, F de .bril). *uig acusa a -@V y 4$@ de Rponer en dudaR la actuación
de los Aossos Ven líneaW) ,:noticies) V0echa de consulta: NX5X&'1&W. Yhttp:XXsociedad.e:
noticies.esXpuig:acusa:a:icv:y:erc:de:poner:en:duda:la:actuacion:de:los:mossos:NFF''.html
[.
,HR,4.$.=T MJ=R,$J, LD M2cJT:M.=,$J 0,$=e=I,T, .. #&''1). #peraciones
psicológicasS el mundo de las percepciones Ven líneaW) $evista ,"7rcito, 1E5, ."unio &''1, pp.
51:55. V0echa de consulta: 15XEX&''EW.
Yhttp:XXSSS.portalcultura.mde.esXBaleriasXrevistasX!icherosX$\,"ercito\1E5.pd! [.
,2$J*. *$,HH. #&'11, 5 de septiembre). La *olicía :acional supera el millón de visitas
en su canal en Foutube y est6 presente en las principales redes sociales Ven líneaW. ,uropa
2,0
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
*ress.. V0echa de consulta: 1'X1&X&'1&W. Yhttp:XXSSS.europapress.esXnacionalXnoticia:
policia:nacional:supera:millon:visitas:canal:youtube:presente:principales:redes:sociales:
&'11'E'511&1'1.html [
,2$J*. *$,HH. #&'1&, &( de mayo). KVH y @atalunya $Zdio recaudan cuatro millones en
PLa AaratóP por la pobreza Ven líneaW. ,l Mundo.es. V0echa de consulta: 1XNX&'1&W.
YSSS.elmundo.esXelmundoX&'1&X'5X&(XbarcelonaX1FF(1EN111.html [.
,2$J*. *$,HH. #&'1&, F1 de mayo). La oposición carga contra el conse"ero de -nterior
catal6n por su gestión de la !uelga y le tac!a de Rc!apuceroR Ven líneaW. ,uropa *ress.
V0echa de consulta: 1'X1X&'1&W. Yhttp:XXSSS.europapress.esXsociedadXsucesos:
''N5EXnoticia:&Em:oposicion:carga:contra:conse"ero:interior:catalan:gestion:huelga:le:
tacha:chapucero:&'1&'5F1155155.html [.
0,$=e=I,T, I. #&'11, E de !ebrero). La ,eneralitat anuncia Tel fin de la impunidadE Ven
líneaW. Iiagonal *eridico. V0echa de consulta: 1X1'X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.diagonalperiodico.netXla:generalitat:anuncia:!in:la:impunidad.html [.
0,$=e=I,T, I. #&'1&, E de abril). *ilotes foraS G ulls i un mort Ven líneaW. Hetmanari
Iirecta. V0echa de consulta: &'X5X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.setmanaridirecta.in!oXnoticiaXdenunciades:ue:interior:les:segueix:ad+uirint [.
0,$=e=I,T, I. #&'1&, &5 de abril). La vella cantarella dP-nteriorS a pals amb la pastanaga
Ven líneaW) Hetmanari Iirecta. V0echa de consulta: &5X5X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.setmanaridirecta.in!oXnoticiaXvella:cantarella:pals:amb:pastanaga [.
0J2/.2LR, M. #&''5). 4l poder psiqui6trico) @urso del @ollCge de Qrance .(I=H&(I=V0)
Madrid: .9al.
0J2/.2LR, M. #&''1). 4l nacimiento de la biopolítica) @urso en el @ollCge de Qrance)
.(I=Y&(I=I0) 4uenos .ires: 0ondo de /ultura ,conmica .rgentina.
B.4<=,R I, /JM2=</./<a, I,*.$R.M,=R IL<=R,$<J$. #&'1', N de abril). -nterior
acorda intensificar la col[laboració policial amb el land alemany de $enZnia *alatinat Ven
líneaW. V0echa de consulta: NX&X&'1FW.
Yhttp:XXpremsa.gencat.catXpres\!svpX.ppOavaXnotapremsavSXdetall.do?idZF&1EN [.
B.$/`., L. #&'11, 1N de "unio). *uig admite que subestimó los métodos y la Rviolencia
e1tremaR de los PindignadosP Ven líneaW. La %anguardia) V0echa de consulta: 11XNX&'11W.
Yhttp:XXSSS.lavanguardia.comXpoliticaX&'11'N1NX55111F1&5'5Xpuig:admite:+ue:subestimo:
los:metodos:y:la:violencia:extrema:de:los:indignados.html [.
BL</8, 4. #1E(E). \ar at !ome) @overt action against u)s) activists and D!at De can do
about it. 4oston: Houth ,nd *ress.
BaM,T, O. #&'1&, && de septiembre). Qriedric! ]immermann, !alcón de Oelmut ^o!l Ven
líneaW. ,l *aís. V0echa de consulta: 11X1X&'1FW.
2"
!"M#2# Rub$n%&' (enedicto )almer*n
+ncuentro transdisciplinar Guerra psicológica para la represión
Yhttp:XXinternacional.elpais.comXinternacionalX&'1&X'EX&&XactualidadX1F5(&NN(FE\5'(5EF.ht
ml [.
C.$.G.M, I. O #1EE5). @iencia, cyborg y mu"er, la reinvención de la naturaleza. Madrid:
/-tedra.
C.$IR, M.D =,B$<, .. #&'''). -mperio Ven líneaW. /ambridge, Massachussets: Carvard
2niversity *ress. Yhttp:XXSSS.chilevive.cl [. V0echa de consulta: &FX1'X&''FW.
C.$IR, M.D =,B$<, .. #&''5). Aultitud) ,uerra y democracia en la era del -mperio.
4arcelona: Iebate.
8.JH,=L.$,I.=,R #&'11, 5 de "unio). 4sc6ndaloS 4l ,obierno @atal6n condecora a los
antidisturbios de los Aossos Ven líneaW. 8aos en la $ed. V0echa de consulta: &5XNX&'11W.
YSSS.9aosenlared.netXnoticiaXescandalo:gobierno:catalan:condecora:antidisturbios:mossos
[
8<JH8J.=,R. #&'11, 11 de "unio). *eriódicos de 4spa8a) Koda la prensa de !oy. 8ios9o.net.
V0echa de consulta: 11XNX&'11W. Yhttp:XX9ios9o.netXesX&'11:'N:11XnpXlavanguardia.html [
L<$., ,. #1EE'). P*sicología del miedo y conducta colectivaQ. ,n M.$R`= 4.$a, <. #ed)0)
*sicología social de la guerra. Han Halvador: 2/.. *-g. 11N:1EN.
LL<4,$R.R./.R #&'11,15 de septiembre). Llibertat)cat rep una ordre "udicial per eliminar el
testimoni dPuna agressió policial Ven líneaW. Llibertat.cat. V0echa de consulta: 15XEX&'1&W.
Yhttp:XXSSS.llibertat.catX&'1&X'EXllibertat.cat:rep:una:ordre:"udicial:per:eliminar:el:testimoni:
d:una:agressio:policial:1E&F& [.
M.$R<.$,=., .. #&'11, 1N de "unio). T*illadosE los policías infiltrados entre los indignados3
Ven líneaW. Mahoo =oticias. V0echa de consulta: 1NXNX&'11W.
Yhttp:XXcl.noticias.yahoo.comXblogsXhablemos:de:pol^/F^.IticaXpillados:los:polic:
in!iltrados:entre:los:indignados:1FF55N&&F.html [.
M.$R`= 4.$a, <. #1EE'). PBuerra y salud mentalQ. ,n: M.$R`= 4.$a, <. #ed.), *sicología
social de la guerra. Han Halvador: 2/.. *-g. &F:5'.
M.$R`= 4,$<HR.<=, /D $<,$., 0. #1EE&). 7firmación y $esistencia, la comunidad como
apoyo. 4arcelona: %irus.
M<L.$,H, $. #&'1&, &( de mayo). Y'' personas identificadas en una semana sin incidentes
Ven líneaW. Iiagonal *eridico. V0echa de consulta: &EX5X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.diagonalperiodico.netX('':personas:identi!icadas:en:una.html [.
MJ=R,$J BaM,T, .. #&''5). *sicología del terrorismo e inteligencia contraterrorista Ven
líneaW. *apeles del psiclogo, nf((, mayo:agosto, pp. FE:51. V0echa de consulta:
11X11X&'1&W. Yhttp:XXSSS.papelesdelpsicologo.esXvernumero.asp?idZ115( [.
2"!
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
MJHHJH IU,HK2.I$., B,=,$.L<R.R I, /.R.L2=M. #&'1&, 5 de abril). <íntesi de les
iniciatives del 5epartament dE-nterior per combatre la violCncia urbana Ven líneaW. V0echa de
consulta: &1X5X&'1&W. Yhttp:XXSSS.!aceboo9.comXnote.php?note\idZF5'51NENEFFF(15 [.
JH*IC:24, Jbservatori del Histema *enal i els Irets Cumans de la 2niversitat
de4arcelona. #&'1&, N de "unio). @ontrol policial a les Universitats catalanes Ven líneaW.
V0echa de consulta: 15XNX&'1&W. Yhttp:XXSSS.youtube.comXSatch?
vZ2F8IOl=e2\gg!eatureZrelm!u [.
*.L./<JH, I. #&'1&, &( de mayo). Los Aossos crean una nueva unidad para mediar en
conflictos Ven líneaW. La %anguardia. V0echa de consulta: 15X&X&'1FW.
Yhttp:XXSSS.lavanguardia.comXvidaX&'1&'5&(X55&EEE5EF(FXmossos:unidad:mediacion:
con!lictos.html [.
*h4L</J.,H. #&'1&, 15 de abril). R$esistirse no es pacíficoR Ven líneaW. *úblico. V0echa de
consulta: 11X5X&'1&W. Yhttp:XXSSS.publico.esXespanaX5&EN&5Xresistirse:no:es:paci!ico [.
*h4L</J.,H. #&'1&, &5 de abril). Los mossos lanzan una Deb para identificar a presuntos
RviolentosR Ven líneaW. *úblico.es. V0echa de consulta: 1EX5X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.publico.esXespanaX5F'151Xlos:mossos:lanzan:una:Seb:para:identi!icar:a:
presuntos:violentos [.
*h4L</J.,HD .B,=/<.H. #&'1&, F de abril). *uig quiere endurecer el @ódigo *enal Rpara
que !aya m6s miedo al sistemaR Ven líneaW. *úblico. V0echa de consulta: 1&X5X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.publico.esXespanaX5&(1(1Xpuig:+uiere:endurecer:el:codigo:penal:para:+ue:
haya:mas:miedo:al:sistema [.
*h4L</J.,HD ,0, #&'1&, &' de !ebrero). La *olicía aduce que se limitó a responder al
RenemigoR Ven líneaW. *úblico. V0echa de consulta: &'X&X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.publico.esXespanaX5&F'N5Xla:policia:aduce:+ue:se:limito:a:responder:al:
enemigo [.
*24L</J.,HD ,2$J*. *$,HH. #&'11: 15 de "unio). *uig presumeS RQui el nico que
entendió lo del +=, >no?i Ven líneaW. *blico. V0echa de consulta: 15XNX&'11W.
Yhttp:XXSSS.publico.esXespanaXF(&1'FXpuig:presume:!ui:el:unico:+ue:entendio:lo:del:&1:no
[.
$,I.//<a. #&'1&, F de abril). Qelip *uigS 24l nostre sistema de seguretat no acaba sent
prou dissuasiu, no fa por3 Ven líneaW. ,l *unt avui. V0echa de consulta: 5X5X&'1&W.
Yhttp:XXSSS.elpuntavui.catXnoticiaXarticleXF:politicaX11:politicaX5&55F1:!elip:puig:el:nostre:
sistema:de:seguretat:no:acaba:sent:prou:dissuasiu:no:!a:por.html [.
$,I.//<a I<$,/R.. #&'1&, &F de mayo). 7 la 5irecta +=V, el full de ruta ocult dPun
comandament dels Aossos per acabar amb les activistes antisistema Ven líneaW. Hetmanari
Iirecta. V0echa de consulta: &5X5X&'1&W. Yhttp:XXSSS.setmanaridirecta.in!oXnoticiaXdirecta:
&15:!ull:ruta:ocult:dun:comissari:dels:mossos:acabar:amb:els:antisistema [.
2"2
!"M#2# Rub$n%&' (enedicto )almer*n
+ncuentro transdisciplinar Guerra psicológica para la represión
$,I.//<a= L. %.=B2.$I<.. #&'11, 1( de mayo). La Xunta 4lectoral de Aadrid pro!íbe
la acampada de la *uerta del <ol Ven líneaW. La %anguardia. 0echa visita Seb: 1EX5X&'11W.
Yhttp:XXSSS.lavanguardia.comXpoliticaXelecciones:&'11X&'11'51(X5515N5(5N(5Xla:"unta:
electoral:de:madrid:prohibe:la:acampada:de:la:puerta:del:sol.html [.
$,I.//<a= G,4 I<.BJ=.L #&'1&, 1E de septiembre). Un "uzgado desestima la palabra
de la policía contra diez detenidos) 4l "uzgado rec!aza que la Restética radical antisistemaR
sea un indicio de delito Ven líneaW. Iiagonal *eridico. V0echa de consulta: &1XEX&'1&W.
Yhttp:XXSSS.diagonalperiodico.netX2n:"uzgado:desestima:la:palabra:de.html [.
$,I.//<a=D .B,=/<.H. #&'1&, 1F de diciembre). 5imite el responsable de los Aossos
que frenó el informe sobre los disparos del (V&: Ven líneaW. La %anguardia. V0echa de
consulta: 1FX&X&'1FW. Yhttp:XXSSS.lavanguardia.comXpoliticaX&'1&1&1FX55F5NF&N&15Xdimite:
comisario:mossos:!reno:in!orme:disparos.html [.
$JI$`B2,T, O. #&'1&, 1 de marzo). <obtat ar1iu de la investigació sobre les cZrregues dels
Aossos el += de maig a pla_a @atalunya Ven líneaW. Hetmanari Iirecta. V0echa de consulta:
FXFX&'1&W. Yhttp:XXsetmanaridirecta.in!oXnoticiaXsobtat:arxiu:investigacio:sobre:les:carregues:
dels:mossos:&1:maig:placa:catalunya [.
$JI$`B2,T, O. #&'1&, 11 de mayo). La @ai1a e1ecuta lPamena_a de retirar la publicitat a
mit"ans que difonen la cassolada indignada Ven líneaW. Hetmanari Iirecta) V0echa de
consulta: 1(X5X&'1&W. Yhttp:XXsetmanaridirecta.in!oXnoticiaXcaixa:executa:lamenaca:retirar:
publicitat:mit"ans:+ue:di!onguin:cassolada:indignada [.
$JI$`B2,T, *. #&'11, 1 de "unio). Las denuncias a los Aossos se complican al ir sin
identificación Ven líneaW. *úblico. V0echa de consulta: F'XEX&'11W.
Yhttp:XXSSS.publico.esXespanaXF1E5N1Xlas:denuncias:a:los:mossos:se:complican:al:ir:sin:
identi!icacion [.
He,=T, M. #&'11, 5 de "unio). Qelip *uig se lleva a los Aossos de misa Ven líneaW. ,l *aís.
V0echa de consulta: &XNX&'11W.
Yhttp:XXelpais.comXdiarioX&'11X'NX'5XcatalunyaX1F'115ENFE\(5'&15.html [.
H.L. I, *$,MH., B,=,$.L<R.R I, /.R.L2=M.. #&'1&, F de abril). 4l ,overn
impulsarZ mesures per combatre la violCncia urbana Ven líneaW. V0echa de consulta:
NX5X&'1&W. Yhttp:XXpremsa.gencat.catXpres\!svpX.ppOavaXacordgovernidiomaXdetall.do?
idZ&551 [.
H<//.$I<, ]. #&'11, 1F de diciembre). *uig ratifica a Ail6n como "efe de los Aossos, que
se convierten en prefectura Ven líneaW. ,l Mundo. V0echa de consulta: 1X&X&'1FW.
Yhttp:XXSSS.elmundo.esXelmundoX&'11X1&X1FXbarcelonaX1F&F15(1'N.html [.
H<,$$., ,. #&'1&, 1 de mayo). 4l arma de la mediación Ven líneaW. La %anguardia. V0echa
de consulta: 15X&X&'1FW.
Yhttp:XXSSS.lavanguardia.comXopinionXarticulosX&'1&'5'1X55&E'1N1155Xenric:sierra:el:
arma:de:la:mediacion.html [.
2"3
UOC / IN3 Redes, Movimientos y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
H<M.$$J, M. #&'1&: 1 de marzo). 2,enerem pZnic o no els traurem dEaquí3, va dir
lEinspector Aiguel Oermida el += de maig Ven líneaW. Hetmanari Iirecta. V0echa de consulta:
(XFX&'1&W. Yhttp:XXSSS.setmanaridirecta.in!oXnoticiaX^,&^('^E/generem:panic:no:els:
traurem:d^,&^('^EEa+ui^,&^('^EI:va:dir:l^,&^('^EEinspector:hermida:&1:maig [.
H`=I</ I, B$,2B,H #&'11). -nforme anual al *arlament Ven líneaW. V0echa de consulta:
&X11X&'1&W. Yhttp:XXSSS.sindic.catXsiteX!ilesX&5'Xpag\&1'a&11\identi!icacio\mossos.pd! [.
HR,<=, B. O. #1EE5) La guerra de información Ven líneaW. .ir g Hpace *oSer Oournal
<nternational ,spa@ol. V0echa de consulta: 'NX'5X&''5W.
Yhttp:XXSSS.airpoSer.maxSell.a!.milXap"internationalXap":sXsstein.html [.
HT.0$.=H8<, $,, /ol 2H.0. #1EE5). Una teoría de la guerra de información. *reparación
para el a8o +'+' Ven líneaW. V0echa de consulta: '5X'5X&''5W.
Yhttp:XXSSS.a!cea.org.arXpublicacionesXteoria.htm [.
RC, L.G0.$, *$JO,/R. #s.!.). \!at is LaDfare? 7symmetric \arfare by 7busing LaDs
Ven líneaW. V0echa de consulta: 1NX1X&'1&W. Y http:XXSSS.thelaS!arepro"ect.orgXShat:is:
laS!are.html [.
G.RHJ=, *. #1E(&). ,uerra, persona y destrucción) Usos militares de la psiquiatría y la
psicología. M7xico, I.0: ,ditorial =ueva <magen.
G<8<K2JR,. #&'1&, 1N de septiembre). Qriedric! ]immermann Ven líneaW. Gi9i+uote. V0echa
de consulta: 11X1X&'1&. Yhttp:XXde.Si9i+uote.orgXSi9iX0riedrich\Timmermann [.
T<4,/C<, $. #s.!.). Las periferias urbanas, >contrapoderes de aba"o? Ven líneaW. V0echa de
consulta: 1&X1X&'1FW. Yhttp:XXes.scribd.comXdocX11E1F&N1XTibechi:*eri!erias:2rbanas [.
2",
Producción del
espacio urbano
y participación
ciudadana. El
'habitar' la ciudad
de los movimientos
sociales en Madrid
El reciente ciclo de protesta en España, atravesado por el
movimiento 15M, se ha destacado por la emergencia de una
sociedad civil crítica capaz de erosionar la concepción tradicional de
la esfera política, dentro de su repertorio de acción, las luchas en el
espacio urbano, por la vivienda y los espacios públicos han
constituido un ee fundamental de la movilización! "e trata en este
trabao de recorrer, desde una perspectiva histórica, el marco de
acción derivado de la convergencia del movimiento de los
#indignados# con trayectorias de acción colectiva previa en Madrid! El
punto de mira se sitúa en el empoderamiento $ue el 15M eerce
sobre los movimientos sociales y la hibridación de las luchas por el
espacio público, la autogestión de espacios ciudadanos y las luchas
por la vivienda! %artiendo de la memoria de los movimientos
ciudadanos tardofran$uistas hasta el reciente ciclo de protesta post&
15M, se describe como la acción colectiva se articula como una
historia de aprendizae y transmisión, de e'perimentación e
innovación en sus repertorios y tambi(n de alianzas,
instrumentalización, asimilación y cooptación por parte de otros
agentes políticos y sociales! ) como, por otra parte a trav(s de la
acción colectiva se materializa &desde la resistencia, la
e'perimentación y la participación& el reto común de asumir una
producción del espacio urbano en base a la participación ciudadana
y la reivindicación del **derecho a la ciudad++!
David Prieto Serrano
Sociólogo
UOC / IN3 Redes, Comunicación y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
1. Introducción
1
Atravesados por una depresión económica cuya profundidad muchos apenas podíamos
intuir en 2008, la impresión de experimentar una crisis sistémica no deja de coger fuerza
frente a la noción de simple crisis coyuntural !e asume un escenario en el "ue la salida de
la crisis no pasa por una vuelta a la anterior etapa, y en el "ue siguiendo la teoría del ajuste
espacial #spatial fix$ de %arvey #200&$ la reorganización territorial, a nivel regional y ur'ano,
jugaría un papel protagonista en la germinación de un nuevo ciclo de acumulación (ajo esta
premisa, de íntima im'ricación entre los engranajes del capitalismo y los procesos
territoriales, y 'ajo la sensación de un existir sometido a una situación cam'iante pero
siempre 'ajo el fantasma de una crisis urbana )del cha'olismo y el 'arro, a la crisis de
accesi'ilidad) parece urgente pensar en la evolución y en la memoria de la protesta
ciudadana con la mirada puesta en el horizonte de un ur'anismo radical en torno a la idea
de *derecho a la ciudad* capaz de com'atir, o al menos amortiguar, el impacto depredador
de la crisis y reconfiguración capitalista
+s cierto "ue, al ha'lar de crisis ur'ana, se plantean realidades "ue poco tienen "ue
ver entre si +l ,adrid de los a-os sesenta es una ciudad económicamente en auge pero
"ue, en sus condiciones ur'anas )con la precariedad del co'ijo y la falta de e"uipamientos,
recuerda m.s a una metrópolis tercermundista "ue a la capital de un estado industrializado
+n los a-os noventa, como se-ala'a /illasante #0112302$, el pro'lema del ha'itar torna m.s
cualitativo !i 'ien es cierto "ue permanecen 'olsas de nuevo cha'olismo, tras la
experiencia del 4lan 5emodelación de (arrios el perfil ur'ano de ,adrid cam'ia
radicalmente y las necesidades ha'itacionales pasan a otra escala +n mayor medida, los
pro'lemas y los retos ur'anos pasan por la atención a los espacios colectivos, la
apropiación de las calles y espacios p6'licos por parte de sus ha'itantes +n el ,adrid de la
6ltima década, "ue empieza con la configuración como ciudad glo'al y termina con el
cataclismo financiero, se mantienen dilemas en torno a la vida comunitaria y el uso de los
espacios p6'licos p6'licos en la ciudad, al tiempo "ue se consolidan algunos pro'lemas
endémicos como la inesta'ilidad social y su reflejo en las dificultades de acceso a la
vivienda Adem.s se suman nuevos pro'lemas7 el miedo a perder la vivienda como efecto
negativo del fuerte proceso de financiarización de las economías domésticas, o el reverso
de la especulación inmo'iliaria en forma de viviendas vacías
2

0 +ste tra'ajo deriva en parte de la investigación para mi 8ra'ajo 9in de ,.ster ::%a'itar y
8ransformar ;iudad, 8erritorio y Acción ;olectiva por el ::derecho a la ciudad de ,adrid<< =e'o
agradecer especialmente la información y el apoyo para realizar este tra'ajo a ,iguel >ngel, Ana
!.nchez, ?uis ;ortés, 8om.s 5 /illasante, @scar ,artín, ,aria Aes6s ,iranda, ;arolina, 5osa,
+rnesto y >lvaro
2 +xisten pro'lemas para o'tener datos estadísticos fia'les "ue cuantifi"uen am'os pro'lemas +n
cuanto al n6mero de ejecuciones hipotecarias, "uiz. el informe so're el B4anorama 5egistral de
Cmpagos %ipotecarios de /iviendaD #200E$ ela'orado por los 5egistradores de 4ropiedad ofrezca
algunos de los datos m.s fia'les, conta'ilizando un total de &2F2 desahucios en la 5egión
,etropolitana de ,adrid durante el a-o 2002 ,.s all. de su dimensión cuantitativa, el pro'lema
se ha convertido en un de'ate social importante7 seg6n el 'arómetro del ;C! de diciem're 2002
se situa'an como la octava preocupación para los espa-oles 4or otro lado, ante la situación de
falta de uso de viviendas7 seg6n el CG+ #;enso 2000$ se conta'ilizan en la ;omunidad de ,adrid
un total de 2&E2F1 viviendas vacías #H22E00 viviendas, si se le suman las viviendas no
ocupadas$ +s este un dato no exento de polémica7 en los datos referentes a todo el +stado se
estima'an a finales de 2002 #Auan ;arlos ,artínez, +l 4aís$ una cifra cercana al 20I #aprox &
2!
"#$2$ %avid $rieto
&ncuentro transdisciplinar Producción del espacio urbano
4artiendo de este amplio arco cronológico, desde los a-os sesenta del pasado siglo
hasta la actualidad, la reflexión so're el *ha'itar* pasa por modular las vicisitudes de las
cuestiones ur'anas y residencial, aceptando un relativismo en los juicios acerca de las
distintas crisis ur'anas y tomando conciencia de la naturaleza de la ciudad como producto
social =e este modo, podemos pensar el ha'itar como un pro'lema constante siempre
sometido a la realidad económica, la dimensión de poder ur'ano o la percepción del
territorio en una transformación inherente al medio J, en lugar de pensar la ciudad como
cat.strofe permanente, pensar como un desafío a'ierto en el "ue continuamente emergen
necesidades y deseos A través del tiempo, la ciudad aparece como un espacio pl.stico y
muta'le, y el ser humano #el ciudadano$ como agente capaz de transformarlo Al igual "ue
las transformaciones ur'anas repercuten en la forma de ha'itar la ciudad, la forma de
ha'itar la ciudad repercute en la morfología ur'ana ;omo se-ala'a %eidegger ::el rasgo
fundamental del ha'itar es el cuidar<< #custodiar, velar por$, y consecuentemente es siempre
::un construir<<
E

+n este sentido es interesante pensar como se construye la ciudad, como se perci'e
Bdesde a'ajoD, y como la acción colectiva responde a pro'lem.tica de la ciudad J si en
esta respuesta podemos encontrar claves para la concepción de una ciudad inclusiva, si la
resistencia y la protesta pueden ser fundamento del *velar por* la ciudad, y la participación
esencia de la pertenencia y el *cuidado* ;omo afirmase 9oucault ::donde hay poder, hay
resistencia<< #9oucault 2002 K01F&L3 00&$ y es algo de lo "ue partimos +l siguiente punto de
partida es la cualidad productiva de la resistencia, no podemos pensar las pr.cticas de
oposición como una simple imagen invertida de las manio'ras de dominación sino "ue es
necesario considerar la capacidad creativa y afirmativa del conflicto desde su potencial
transformador
=esde luego, no toda expresión de resistencia es e"uivalente ,ientras lo "ue
9oucault llamó *re'otes de poder* #01F1$ podrían tener un mayor efecto en la dimensión
cotidiana y lo micro, las demandas y protestas m.s organizadas tendrían una mayor
am'ición y potencialidad instituyente !in valorar m.s all. la amplia gama de t.cticas
políticas y micropolíticas "ue podrían ofrecer una resistencia al poder dominante, en esta
ponencia me centraré 6nicamente en experiencias de acción colectiva en torno a demandas
y luchas por la vivienda y por el espacio p6'lico desde el movimiento ciudadano
tardofran"uista hasta el reciente ciclo de protesta #02,$ en la ciudad de ,adrid
Aproximarse a la onda larga del movimiento ciudadano en ,adrid, desde la historia y
desde la memoria
H
, permite a un a'ordaje sociológico ser al mismo tiempo evaluativo y
prospectivo Go se trata con esta prognosis de predecir el futuro, sino pensarlo desde una
perspectiva gramsciana como una guía para la acción desde la organización social
existente 4or otro lado, una mirada comparativa permite comprender la realidad social de la
ciudad y el papel de los movimientos sociales en el .m'ito del poder ur'ano, como procesos
temporales din.micos, cíclicos e interactivos 4osi'ilita examinar la evolución de los
mill /iviendas$ mientras "ue la cifra finalmente pu'licada se re'aja al 0E,FI #CG+, ;enso 2000$,
una diferencia "ue seguramente se integre en el conjunto de viviendas secundarias #0H,&I$
E ,artin %eidegger ::;onstruir, %a'itar, 4ensar<<, conferencia expuesta por primera vez en el
segundo ;olo"uio de =armstadt en 0120 ante una audiencia, principalmente de ar"uitectos e
ingenieros reunidos para de'atir la escasez de viviendas tras la CC M,J, en fin, indagar en la
agencia de la sociedad civil para la transformación ur'ana y cam'io social, tarea fundamental
especialmente en en procesos de crisis y #des$democratización como el actual
H Nna 5eferencia '.sica es la compilación de / 4érez Ouintana y 4 !.nchez ?eón #eds$ #2008$,
Memoria Ciudadana y Movimiento Vecinal. Madrid 1968-2008 ,adrid, ?os ?i'ros de la ;atarata
2'
UOC / IN3 Redes, Comunicación y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
repertorios de protesta, de los relatos y significados "ue la impulsan, el desarrollo de las
redes "ue la mueven y valorar los impactos de la acción colectiva J, en fin, indagar en la
agencia de la sociedad civil J, en fin, indagar en la agencia de la sociedad civil para la
transformación y cam'io social frente a procesos de crisis ur'ana y #des$democratización
como el actual
2. Acción Colectiva, Movimientos Sociales y Espacio Urbano
?a acción colectiva puede tomar muchas formas, en sus motivaciones, en sus discursos, en
sus estructuras organizativas y en sus repertorios de acción +s importante tener en cuenta
el campo social en el "ue se enmarca la acción, "ue como se-ala Malcer.n es un espacio
reticular, 6nico pero no homogéneo en el "ue se pueden dar diversas formas de asentarse,
siendo la acción colectiva y los movimientos sociales un agente clave en la transformación
de este campo ::introduciendo pr.cticas disruptivas, permitiendo articulaciones inéditas,
nucleando posiciones anteriormente distantes, desplazando las fronteras, 'lo"ueando
dispositivos, etc<< #20013&8$ generando espacios alternativos 8am'ién "ue, siguiendo la
línea a'ierta por 9oucault y =eleuze, no podemos tomar en cuenta a los movimientos como
sujetos ajenos al sistema social y siempre opuestos frontalmente, sino "ue sus pr.cticas
cortocircuitan las ordinarias de reproducción, 'oicoteando y sustituyendo en parte
construyendo un tejido social alternativo y a tejiendo una red #m.s o menos consistente$ de
dispositivos encadenados ::puede colisionar o engancharse a las redes del poder sistémico
y "ue en otros se potenciar. enrosc.ndose so're sí misma, ofreciendo fuertes resistencias<<
#dem! 20013&1$
+n el marco de los espacios ur'anos, el tra'ajo de ,anuel ;astells sienta una 'uena
'ase teórica para el estudio de los movimientos de protesta y el cam'io social +n los a-os
setenta acu-a el concepto de ,ovimientos !ociales Nr'anos para referirse a las acciones
colectivas conscientemente orientadas hacia la transformación de las condiciones y valores
sociales de una ciudad determinada en un contexto histórico particular #,artí y (onet, 2008$
+n "#e City and t#e $rassroots #018E$, enciclopédico tra'ajo en el "ue, a través del estudio
empírico de diferentes movimientos #desde los ;omuneros de ;astilla, al ,ovimiento
/ecinal de ,adrid, pasando por la ;omuna de 4arís o las huelgas de in"uilinos en
MlasgoP$, 'usca ela'orar una teoría intercultural y transhistórica de los movimientos
sociales ur'anos +ntiende estos movimientos como luchas centradas en torno al consumo
colectivo )'ienes y servicios, directa o indirectamente provistos por el +stado, en defensa de
una identidad cultural particular y "ue se movilizan frente a las instituciones estatales, y
particularmente los go'iernos locales Nn aspecto interesante, en la aproximación "ue
;astells realiza en esta o'ra es la dimensión del significado ur'ano, un movimiento puede
ser trasformador sin la necesidad de cam'iar todo el sistema ur'ano #,artínez ?ópez,
200E$ !ería el caso del movimiento vecinal madrile-o en el tardofran"uismo, logrando a
partir de ello unas mejoras ur'anas y un acceso a las instituciones del 'ienestar #vivienda,
transporte, salud, educación, Q$
4ara el an.lisis de la acción colectiva, es pertinente tomar en cuenta la ::estructura
de oportunidades y amenazas políticas<< "ue puede facilitar la emergencia de ::ciclos y
espirales de acción colectiva<<, o propiciar su repliegue en momentos de esta'ilidad o crisis
asociativa ;omo se-ala Rallister, en tema "ue nos ocupa, la estructura de oportunidades
políticas se traduce en el estilo de #acer ciudad #200832F0$ y la acción de los se canaliza
fundamentalmente a través de los movimientos sociales ur'anos +stos sujetos colectivos
28
"#$2$ %avid $rieto
&ncuentro transdisciplinar Producción del espacio urbano
de acción se caracterizan por una politización del espacio ur'ano, "ue seg6n 8onSiss #citado
en ,artí i ;osta y (onet i ,artí , 2008$ se caracterizarían al mismo tiempo por identificar la
ciudad como espacio de lucha y al mismo tiempo usan este espacio como recurso para la
movilización en torno al acceso, propiedad, usos y significados de los espacios ur'anos 4or
otro lado m.s all. de la definición inicial de ;astells, la interpretación de los movimientos
sociales en la ciudad no pasa 6nicamente por las luchas en torno al consumo colectivo sino
"ue se enmarca en procesos sociales m.s amplios "ue configuran actualmente la cuestión
ur'ana, cada vez m.s inserta en circuitos glo'ales, y en la "ue la politización se centra
tam'ién en la transformación de las narrativas hegemónicas de un poder económico)político
multiescalar #,artí i ;osta y (onet i ,artí, 2008$
+n cuanto a la tipología de la acción de los movimientos ur'anos, como se-alan ,artí
i ;osta y (onet i ,artí #2008$, es variada y alcanza desde los relacionados con la vivienda,
con los e"uipamientos y servicios ur'anos, con la defensa de la comunidad, la oposición a
las políticas de desarrollo ur'ano #de grandes eventos7 Tlimpiadas, +xpo, 9orum$, la
gestión de programas de desarrollo comunitario, los movimientos de los excluídos #sin
techo, inmigrantes$ a las protestas ur'anas glocalizadas ?as expresiones de estos
movimientos "ue re'asan las formas m.s visi'les y p6'licas #manifestaciones, huelgas o
contracum'res$, pueden darse como reacciones espont.neas, configurarse como
movimientos sociales o permanecer como redes informales de resistencia y reafirmación de
nuevos valores #8arroP, citando a ,elucci, 20023EF$
?as formas de participación en la ciudad, por tanto podr.n tomar formas formales e
informales, convencionales y no convencionales ,ientras "ue los mecanismos informales
tendr.n mayor importancia en las luchas y resistencias ur'anas, la estructura formal
convencional ser. clave en una estructura de poder con mecanismos de participación
normativizados 5esponden tanto a las formas de articulación de los actores como al propio
modelo de acceso a la participación #(onet, 2000$, y ello modular. su efecto transformador
so're el espacio ur'ano y so're la sociedad en general ,ientras "ue algunos autores como
;astells #018E$, argumentan el papel de los movimientos sociales ur'anos como agentes
esencialmente reactivos incapaces de transformar la sociedad en su conjunto, otros como
%arvey #200E$ han identificado a los movimientos ur'anos como agentes revolucionarios
clave, m.s en una sociedad precarizada infinitamente m.s fragmentada "ue la sociedad
industrial ,.s all. de la intensidad de cam'io, potencial o real, "ue este tipo de
movimientos sean capaces de introducir en los modelos de hacer ciudad, lo cierto es "ue
existen movimientos tanto progresistas como conservadores +l tema de fondo es el reto
"ue tienen ante si los movimientos ur'anos como agentes clave para la institución de
modelos democr.ticos de participación en la toma de decisiones, a'ordando conflictos
ur'anos desde una participación social m.s all. del discurso de participación #meramente
consultiva$ imperante
+n líneas generales, siguiendo a /illasante #011H$, se pueden esta'lecer cuatro tipos
de conjunto de acción +s decir, cuatro modelos de relación de los movimientos sociales con
sus 'ases, con otros movimientos y con las instituciones3 #0$ relación populista o
personalista, 'asada en la legitimidad de un líder o dirigente como 6nico representante ante
las 'ases y ante el poder y en competencia con otros movimientos sociales7 #2$ relación de
gestión solidaria, "ue podría definirse como asistencialismo, con escasa participación de las
'ases #E$ relación tecnicista, caracterizada por una relación de confianza con el poder, se
plantea solución de pro'lema ur'ano sin participación de las 'ases populares, #H$ relación
popular de 'ase, se produce una relación a'ajo arri'a, a'ierta a la negociación pero con
2(
UOC / IN3 Redes, Comunicación y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
gran densidad de relaciones de 'ase, es importante el proceso de autoeducación "ue
supone el propio proceso de reivindicación +n cuanto a tipos ideales, es difícil "ue puedan
darse en estado puro, todo movimiento puede atravesar por fases en las "ue predomine uno
u otro modelo y a partir de cual"uiera de las tres primeras situaciones ::se pueden pasar a
movimientos m.s emancipadores<< #/illasante 011H3 HH$
2. Madrid, 19!"2#11
%a'lar de ,adrid a principio de los a-os sesenta es ha'lar de una ciudad des'ordada en
sus periferias !i 'ien la falta de articulación de la ciudad )con un ensanche agotado por la
especulación) era previa, tras el letargo de la posguerra ,adrid se convierte en una de las
m.ximas expresiones de la caótica din.mica territorial aparejada a la, tardía pero frenética,
industrialización derivada del 4lan de +sta'ilización del 21 ?a pr.ctica planeadora )la
planificación ur'anística "ue parte con el 4lan (idagor de 01H0)H& o la ?ey del !uelo de
012& o los diversos planes de vivienda definidos por la T'ra !ocial del %ogar o el Cnstituto
Gacional de la /ivienda) se vio continuamente incapaz de asimilar una explosión
demogr.fica
2
encarnada en un entorno de 'arriadas densamente po'ladas, ausentes de
cual"uier racionalidad ur'anística, en las "ue precariamente se asenta'an los migrantes
#,artínez ,artín 20003221$
+ste escenario de marginación, crisis ur'ana fue asimismo testigo desde mediados
de los sesenta de la organización de una ciudadanía "ue progresivamente se despega'a de
la pasividad y dependencia a las "ue esta'a destinada ?a precaria situación en la "ue se
encontra'an gran cantidad de 'arrios madrile-os, evidenciada tanto en la situación
ha'itacional como en las fuertes carencias de infraestructuras elementales #alcantarillado,
agua corriente, transporte, espacios p6'lico$ empujo a multitud de vecinos a constituirse
como grupo de presión, y dentro #amparados por la ?ey de Asociaciones de 01&H$ y fuera
del sistema sus reivindicaciones ir.n tomando forma (ajo un o'jetivo com6n3 la
reivindicación de una vivienda digna pero tam'ién el *=erecho a la ;iudad*, el movimiento
desafía el inmovilismo del régimen fran"uista so'repasando los estrechos cauces de
representación otorgados a la sociedad civil y contri'uyendo enormemente a la erosión de la
legitimidad del sistema
Merminado en la vida cotidiana de los 'arrios, el movimiento ciudadano se hizo fuerte
al calor de una organización asam'learia y a'ierta en torno a valores de democracia directa
"ue en líneas generales alimento el ciclo internacional de protesta de los a-os sesenta
!iguiendo la cronología "ue hace /illasante #2008$ el período del 01&8
&
al F&, es un
momento de articulación de fuerzas y crecimiento asociativo "ue culmina con grandes
movilizaciones como la Muerra del 4an en el camino de /inateros #"ue llegó a convocar
alrededor de 000000 personas$ o la primera manifestación autorizada, el 22 de junio del F&
en la calle preciados, por la amnista! contra la caresta y por la le%ali&aci'n de las
2 +ntre 0120 y 01F0 la po'lación de ,adrid crecer. exponencialmente, de 022F81H pasar. a
E020HH0 +ste crecimiento esta compuesto por un saldo natural de &82228 y un saldo
migratorio de 0E0H0H8 9uente3 /inuesa, A #2002$ B4o'laciónD +n !am'ricio ; y %ern.ndez ;
(nciclopedia Madrid s. ))! ,adrid3 Ayto de ,adrid p 2EH
& +n 01&8 se constituye la primera asociación de vecinos en el 'arrio vallecano de 4alomeras
(ajas, acogiéndose a la ley de 01&H Ttras lo har.n 'ajo la forma de asociaciones de ca'ezas de
familia, pero a diferencia de estas, la asociación no sirve como reunión de socios, sino como
asam'lea de lucha a'ierta a los vecinos
2!0
"#$2$ %avid $rieto
&ncuentro transdisciplinar Producción del espacio urbano
asociaciones
*
+l movimiento ciudadano, como ha se-alado /illasante, se constituye en
realidad un movimiento de movimientos, autónomos pero asociados desde las asociaciones
de vecinos y amas de casa, al movimiento o'rero, cristianos de 'ase o los clu'es juveniles,
incorporando reivindicaciones democr.ticas de colectivos de todo tipo3 jóvenes, parados,
mujeres o tercera edad 4or ello fue capaz de aglutinar un amplio apoyo popular, en la lucha
por las viviendas dignas, luchas por la ciudadanía y cristalizando multitud de in"uietudes
políticas de lucha contra el fran"uismo
+n esta resistencia participaron tam'ién militantes de organizaciones de partido
#4;+, T58$, pero la lucha de los 'arrios no era, en un principio, su'ordinada a los
intereses partidistas, sino "ue partían de una articulación a'ajo)arri'a #como se-ala
/illasante #2008$ puerta hacia democracias participativas$ "ue no cuaja'a con los intereses
de los partidos, incluyendo un 4!T+ sin apenas fuerza en los 'arrios pero tam'ién al 4;+,
inmersos en la negociación de una reforma política 'ajo un modelo de reforma política
desde las élites #amparado en un ideal de ciudadanía sujeta a la representación li'eral$, "ue
aca'o triunfando so're las posturas rupturistas =e igual modo, el movimiento vecinal fue un
campo clave en la estrategia política de los partidos de iz"uierda y con la llegada de la
democracia, 'uena parte de los dirigentes del movimiento vecinal fueron cooptados hacia
partidos políticos y administraciones, pero junto aun"ue en cierta medida instrumentalizados
este fue un momento de logros de unos movimientos ciudadanos "ue seguían en pie
=esde una perspectiva de producción social del espacio, en estos primeros a-os de
democracia se materializan algunos experimentos interesantes +n primer lugar, me gustaría
se-alar los la'oratorios de autogestión "ue suponen los ateneos li'ertarios, como el de +a
,rospe y centros sociales ocupados como el ,antuano en el 'arrio de 4rosperidad o el
centro social M-$./01 en !an (las
8
+sta 6ltima infraestructura es especialmente
interesante, a pesar de su 'revedad, por la confluencia de usos culturales con la puesta en
marcha de uno de los primeros centros de planificación familiar en ,adrid #educación
sexual, luchas por el a'orto legal$ 8am'ién merece la pena resaltar las ocupaciones de
vivienda, entre la ocupación individual de patada en la puerta "ue se comenzó a extender
por todo ,adrid y algunas ocupaciones p6'licas como las de cU del Meneral 9anjul 'ajo el
lema ::/iviendas para ;ara'anchel<<
1
4ocos a-os después las pr.cticas de ocupación se
extenderían por la ciudad 'ajo una caracterización diferenciada, 'ajo una motivación m.s
claramente política y de inspiración europea
00
, a través del movimiento "ue inicia con la
o2upaci'n en 0182 del nV8E de la cU Amparo #?avapiés$ y "ue impulsar. la noción de centro
social oSupado autogestionados #;!TA$
4or otro lado, desde instituciones como ;T4?A;T #;omisión de 4laneamiento y
7 /er crónicas en3 (;GA/),A=A/ ,adrid H0 a-os de Acción /ecinal 5eclamaciones Menerales y
%echos %istóricos
8 Apenas existe documentación so're estas experiencias !o're el ;entro !ocial ,antuano ver la
entrevista "ue realiza >rea ;iega a ;arlos /erdaguer BApuntes !o're 4articipaciónD !o're el
;entro !ocial ,CM5AG! la 6nica información "ue tengo es a partir de ,aria Aes6s ,iranda,
participante en el proyecto y miem'ro de la Asociación de Amas de ;asa de !an (las
1 +n ella se alojaron unas 20 familias necesitadas de origen cha'olista #/illasante, 200H302$ /er
*Tcupación !im'ólica de /iviendas en ;ara'anchel* #+l 4aís, 01 Aulio 01F1$
00 4artiendo de la referencia previa de los s3uatters ingleses y 'erlineses, o los 2raa2ers
holandeses, "ue a principios de los ochenta recalaron en ,adrid +n concreto, dieron una charla
el E de marzo de 0182 en la 9acultad de ;; 4olíticas y !ociología, y el 0F del mismo mes en el
pu' +l Auglar, de ?avapiés ?a primera gran oleada de o2upaciones se desarrolla desde el 0182
hasta 0110 #Adell, 200F$
2!"
UOC / IN3 Redes, Comunicación y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
;oordinación del >rea ,etropolitana, dependiente de la =iputación de ,adrid$, ante el
fracaso de las formas tradicionales de planeamiento ur'ano se introdujeron mecanismos de
planificación participativa capaz de atender a los pro'lemas acuciantes de la realidad
ur'ana, impulsaron entre 01F1 y 018E los 4rogramas de Acciones Cnmediatas #4AC$7 una
herramienta de diagnóstico para valorar jer.r"uicamente las urgencias de la po'lación
afectada desde el autoconocimiento social #en pe"ue-as unidades territoriales en lugar del
conjunto metropolitano$ como 'ase para acciones e inversiones a corto plazo #8er.n, 20013
20&$ ;omo se-ala /illasante #200832E&$, la planificación con 'ase ciudadana no tuvo una
continuidad mucho mayor, aun"ue el 4lan Meneral de Nr'anismo de 0182 utiliza la
información generada, a partir de este momento se rompe la metodología participativa
4ero, sin duda, el gran hito ur'ano "ue resulta de la movilización ciudadana es la
*Tperación de 5emodelación y 5ealojo de (arrios*7 un proceso de enorme envergadura "ue
supone la intervención en E0 'arrios de la capital #situados entre la actual ,E0 y ,H0$, ::en
los "ue se construyen unas treinta y nueve mil viviendas7 por el "ue se ven afectadas m.s
de ciento cincuenta mil personas7 "ue implica actuaciones so're suelo ur'ano de ,adrid,
con una extensión conjunto por encima de las 80 ha7 y "ue supondr. una inversión glo'al
'astante superior a los doscientos mil millones de pesetas del a-o 018&<< #/inuesa
018F32E$ +ste acontecimiento no resulta inédito 6nicamente en su #espectacular$ escala,
sino "ue la Administración adem.s de aceptar las reivindicaciones '.sicas de los vecinos
*vivienda por vivienda y en el mismo lugar*
00
aceptó la participación de los vecinos en el
proceso y la gestión
?a operación, cuyo punto de partida sería la Trden ;omunicada del 2H de mayo de
01F1, en gran parte consiguió saldar la Bdeuda socialD contraída, con una fuerte financiación
"ue permitió dotar a los 'arrios de e"uipamientos y dotaciones suficientes J transformar
unas periferias plagadas de vivienda su'est.ndar en 'arrios de 'uena calidad
ar"uitectónica, aun"ue de forma muy diferenciada7 4#ubo al%unos muy participativos y 3ue
funcionaron relativamente bien -como Meseta de 5rcasitas! otros nada participativos -como
el Ma&in%er en ,alomeras! donde metieron a todos en un mismo edificio- otros participativos
pero 3ue funcionaron mal como 1an 6las 7! 3ue al ser participativo varios no decidieron no
3uedarse en ellos! y en la mitad 3ue se #i&o #ubo 3ue #acer torres! otros participativos
donde la %ente decidi' irse a vivir a torres... romper la #ori&ontalidad fue duro para muc#os
vie8os! para muc#os ni9os! otros presidentes de vecinos 3ue actuaron de forma muy caci3uil
con la ad8udicaci'n de los pisos y se car%aron el movimiento!...: #85/illasante$
;omo reflejan /illasante et. al #01813&E$ no deja de ser llamativo el hecho de "ue
hasta cinco a-os m.s tarde la remodelación no alcanzase el rango de =ecreto ?ey, y por
tanto procurar un marco com6n para otras ciudades con pro'lem.ticas similares ?o cu.l no
deja de ser un reflejo tanto de la capacidad del movimiento madrile-o de aprovechar la
estructura de oportunidades políticas a'iertas en la incertidum're de la transición como de la
distancia de la administración central frente a este pro'lema social 8am'ién como se-alan
/illasante #et al. 01817 &2)21 y 0112300$, la fuerza social supo aprovechar la coyuntura
económica en el sector de la construcción y promoción inmo'iliaria en un momento "ue la
tasa de actividad se derrum'a y el capital inmo'iliario necesita suelo y crédito
02
?os
00 Go se trata'a de o'tener una vivienda digna en cual"uier lugar de la metrópoli =esde un primer
momento, el *"uedarse* era una de las mayores preocupaciones de unos colectivos "ue veían
como esos 'arrios nacidos de espaldas a la ciudad asumían mejores posiciones, y veían la
posi'ilidad de ser expulsados al aumentar el valor del suelo
02 +l propio ministro Marrigues RalSer, "uién firma la Trden ;omunicada, como se-ala /illasante
2!2
"#$2$ %avid $rieto
&ncuentro transdisciplinar Producción del espacio urbano
propietarios del suelo, "uedaron como 6nica resistencia, finalmente el esla'ón m.s dé'il
frente a estas fuerzas sociales y económicas ,.s all. de su cualidades realmente
innovadoras #y lamenta'lemente inéditas$ el proceso evidentemente si 'ien evidentemente
no fue idílico
0E
, como se-ala /illasante #0112300)00$ esta operación demuestra como un
movimiento popular puede conseguir, aprovechando las oportunidades del momento y el
aprendizaje colectivo de a-os de lucha, hacer valer las rentas consolidadas y, en definitiva,
su ha'itar
2.1. El retroceso del movimiento vecinal y la emer$encia de nuevas luc%as
alternativas
A partir de 018H, con el segundo mandato socialista en el municipio, la configuración "ue
ha'ía tenido el movimiento ciudadano hasta el momento se desdi'uja completamente
,ientras aparece un nuevo discurso de *participación ciudadana* reglamentada "ue situa'a
a las asociaciones como interlocutores 'arrio)administración, y mientras a6n se siguen
produciendo gran cantidad de viviendas de forma cooperativa #/illasante, 2008$, los
movimientos vecinales comienzan a retroceder +n su 4lan +stratégico 2001)2002, la
95A/, identifica algunas posi'les causas de este retroceso, tanto internas al movimiento
como externas al mismo #200030F)2E$7 empezando por la Bmuerte de éxitoD "ue siguió a la
con"uista de reivindicaciones históricas y "ue por otra parte llevó al desca'ezamiento y
cooptación por parte de partidos políticos A ello se ha unido a una progresiva falta de
sintonía con la 'ase social, la falta de medios o la financieros y materiales 4ero tam'ién el
dese"uili'rio en el 'inomio ::gestión)negociación<< llevó a perder capacidad de movilización
de su 'ase social y perder la esencia democr.tica de 'ase, lo cu.l seg6n /illasante #2008,
2EF)2E1$ aca'ó de'ilitando, descoordinando y fragmentando a los movimientos 4or otra
parte se identifican cam'ios sociales como la individualización, el conformismo o los
cam'ios en la estructura demogr.fica como causas externas a la organización vecinal
4or otra parte, se produce una desconexión generacional7 en las luchas los jóvenes
comienzan a desarrollar nuevos repertorios al margen de las asociaciones #radios li'res,
ecologismo o, como se menciono antes, ;!TAs$, y tam'ién en lo social las nuevas
generaciones sufrían nuevos pro'lemas7 el paro y la marginación, con la heroína como
determinante clave de las en las periferias +stos nuevos retos o'ligaron a plantearse de
nuevo una realidad ur'ana en la "ue el ha'itar era algo m.s "ue ha'er accedido a una
vivienda, en pala'ras de /illasante #0112302$,
,uchos de a"uellos po'ladores no supieron "ue ha'itar era tam'ién afrontar el paro, la salud,
la cultura, etc en su entorno, y "ue el h.'itat como mera vivienda podía llevarles al desastre por el
éxito ;onfiados en "ue ya tenían una vivienda aparente, descuidaron "ue sus hijos no tenían tra'ajo
y "ue ellos mismos lo podían perder en las reconversiones industriales +ncerrados en la propiedad
individual, no cuidaron muchos espacios colectivos "ue hoy se llenan de rejas y de policías
?os a-os noventa inauguran una pro'lem.tica m.s cualitativa del ha'itar Aun"ue el
cha'olismo no desaparece, el pro'lema pierde envergadura y cam'ia tanto su configuración
espacial como el modelo de intervención #9ranco Alonso, 200H3&E$ ?as pro'lem.ticas
ur'anas de mayor entidad #al menos en términos cuantitativos$ se traducen en falta de
accesi'ilidad )unido a la existencia de viviendas vacías) y la calidad de los espacios
p6'licos +n este contexto tam'ién aparecen algunas experiencias sugerentes desde los
#0112$, esta'a fuertemente vinculado al sector de la construcción
0E +n este sentido ver la o'ra de /illasante et al. #0181$ .etrato de C#abolista con ,iso.
2!3
UOC / IN3 Redes, Comunicación y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
nuevos movimientos sociales, por un lado la segunda etapa del C1 1eco #(arrio Adelfas$
definir. una nueva manera de relacionarse con el 'arrio, posicion.ndose como el relevo
generacional de la asociación de vecinos planteando dos estrategias relevantes a la hora de
plantearse la territorialización de la ciudadanía7 una en torno a la construcción y
recuperación de los imaginarios colectivos de pertenencia #ej por medio de fiestas o
festivales de cine$ 'uscando una Breha'ilitación relacionalD de la comunidad, otra referida al
modelo de relación con la legalidad, "ue partiendo de una acción de deso'ediencia civil #e
ilegalidad de la o2upaci'n$ 'usca y en 'uena parte consigue un reconocimiento legal del
derecho de uso de un en 'ase a la necesidad del espacio #5amos y 9dez ;asadevante
20003002$, para un proyecto "ue funciona como centro sociocultural, y reivindicación
ciudadana, pero al mismo tiempo plantea alternativas cooperativas al pro'lema de la
vivienda o el tra'ajo a través del autoempleo
Ttra manifestación interesante, dentro de la efervescencia del movimiento de
o2upaci'n entre los a-os 011& y 0111 #Adell, 200F$ se da en en el 'arrio de ?avapiés con la
e'ullición de varios proyectos y espacios sociales coordinados en la red de colectivos +sta
red m.s "ue una organización se constituye como una plataforma en la "ue compartir ideas
y recursos enfocados hacia la creación de un centro social para el 'arrio #entre
asociaciones de vecinos, centros sociales o2upados como (l +aboratorio o la ;asa ,<blica
de Mu8eres (s2alera ;ara2ola$ y por una reha'ilitación del 'arrio "ue tuviese en cuenta las
vulnera'ilidades de sus ha'itantes y la necesidad de espacios de socia'ilidad
autogestionados e inclusivos
2.2. &el Madrid $lobal a la crisis económica
;on el nuevo milenio, el espacio metropolitano de ,adrid vivir. un frenético proceso de
transformación ur'ana y social hacia el Madrid $lobal, a'riéndose el camino hacia un
crecimiento 'rutal, el tiempo de la 'ur'uja, la especulación
0H
+n este momento se granjea la
hegemonía del 4artido 4opular madrile-o +ntre los pro'lemas sociales se destacan la
precariedad la'oral y el encarecimiento del precio de la vivienda, "ue agrava enormemente
el acceso a la misma Al mismo tiempo una nueva concepción de la ciudad, inmersa en las
din.micas de competencia glo'al, fuertemente apoyada en desarrollo de grandes
infraestructuras #aeropuerto, metro, Q$ y estrategias sim'ólicas de renovación del espacio
físico y el imaginario ur'ano como mecanismo crucial para la atracción de inversión y
consumo, Así, proyectos mencionados como +a (s2alera ;ara2ola o (l +aboratorio
incidir.n en alternativas a la precariedad y un modelo de ciudad 'ajo la som'ra de la
%entrificaci'n y la esterili&aci'n del espacio p6'lico #!.nchez, 2002$
+n el proceso del +aboratorio, se produce una innovación interesante en las formas
de pensar el centro social 'uscando una nueva institucionalidad capaz de Barraigar en el
territorio, construir espacios de referencia y KperdurarL en el tiempoD, el centro social como
espacio de producción de su'jetividades políticas m.s "ue como un sujeto político en si
mismo #!.nchez, 2002$ 8ras los desalojos del +abo = y >, se inaugura una nueva etapa en
la encarnación territorial de los movimientos, el +aboratorio en el (xilio #cU Tlivar, H8$ a're la
vía de recuperación de vacíos ur'anos para uso vecinal y autogestionado, Ba'riendo
espacios a la participación y la cooperación, pero tam'ién a'riendo espacio p6'lico en
0H 4ara un an.lisis de la construcción del ,adrid Mlo'al ver Madrid $oes $lobal! la primera parte de
la o'ra T'servatorio ,etropolitano 200F ,adrid, Wla suma de todosX Mlo'alización, territorio,
desigualdad ,adrid, 8raficantes de !ue-os
2!4
"#$2$ %avid $rieto
&ncuentro transdisciplinar Producción del espacio urbano
sentido estricto cuando el espacio p6'lico propiamente dicho #las plazas, las calles$ ha sido
negado para su usoD #!.nchez, 2002$ 4or otro lado, la reivindicación de un uso ciudadano
del edificio de la antigua 8a'acalera como centro social autogestionado "ue realiza desde
200E la red de colectivos de ?avapiés, como una Boportunidad para resistirse y experimentar
una ciudad de ciudadanas activas frente a la glo'alización de los modos de vida "ue
conduce a una pasividad clientelarD
02
8ras la experiencia del !olar de Tlivar se han
multiplicado las iniciativas de utilización autogestionada de solares vacíos para su uso
comunitario, como (sta es ?na ,la&a o el Campo de la Cebada
16

+l ;!A 8a'acalera finalmente se materializar. a partir de fe'rero de 2000, aun"ue de
modo muy diferente al proceso planteado en 200E)H7 'ajo un acuerdo entre la =irección
Meneral de (ellas Artes y algunos colectivos sociales y artísticos de la ciudad, para
posteriormente articularse como un proyecto autónomo 'ajo cesión del ,inisterio de ;ultura
;on las limitaciones de entrar a un espacio de forma casi inesperada y en un momento de
mayor de'ilidad organizativa, el espacio emerge como gran espacio social de vocación
metropolitana "ue, cuestionando el modelo despilfarrador de museos y grandes continentes
culturales innecesarios, a're paso a posi'ilidades de participación y experimentación
ciudadana sosteni'le
+stas dos experiencias, en diferentes sentidos, representan pasos interesantes a la
hora de entender la gestión ur'ana y la participación ciudadana Así como las conexiones y
tensiones con otros agentes ciudadanos y con las administraciones p6'licas )es relevante
pensar como en +l ;ampo de la ;e'ada la gestión es de una asam'lea ciudadana, pero la
interlocutora con el ayuntamiento es la asociación vecinal del 'arrio, A/+;?A +n este
sentido es relevante reflejar como en el .rea de cultura, el 4+;A, del Ayto de ,adrid
recoge, junto a otras experiencias de autogestión en la ciudad, la 8a'acalera como
experiencia relevante Bde participacón ciudadana K"ueL aportan algunas claves para
entender el nuevo papel de la institución y la necesaria relación entre cultura y ciudadaníaD
0F

Nn hecho "ue si 'ien puede interpretarse como instrumentalización por parte del poder
p6'lico, tam'ién en cierta medida puede ser interpretado como cierta permea'ilidad y
contagio
Nn movimiento diferente, y muy interesante como antecedente del 02,, es el
movimiento V de Vivienda constituido principalmente a través de medios telem.ticos y de
manera semiespont.nea se opone a la especulación inmo'ilaria a través de campa-as,
sentadas, manifestaciones y parodias "ue evitan cristalizarse en un grupo m.s organizado
#!e"uera, 2000$ (ajo el lema 40o vas a tener casa en la puta vida: o'tuvo una alta
repercusión medi.tica desde el principio y desigual respuesta de movilización a lo largo de
un período de movilización "ue se extiende entre 200& y 2001
02 5ed de ?avapiés +a "abacalera a @ebate Tctu're de 200H
0& (l Campo de la Cebada, proyecto ciudadano "ue desde fe'rero de 2000 logra la cesión temporal
por parte del ayuntamiento de un solar cedido para uso comunitario 5esulta de gran interés como
experimento de gestión ciudadana de espacios p6'licos 5ecientemente ha sido premiado en los
Molden Gica y la YCC (ienal +spa-ola de Ar"uitectura y Nr'anismo
17 B%acia el 4lan +stratégico de la ;ultura de ,adrid #4+;A,$ 2002)2002D
2!
UOC / IN3 Redes, Comunicación y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
;omo es sa'ido, con la implosión del modelo de crecimiento a partir de 2008, el
escenario cam'ia y la crisis económica sit6a los pro'lemas ur'anos en otra escala
=ram.ticamente en el caso de la vivienda, al pro'lema de la falta de accesi'ilidad se le une
el riesgo de pérdida de vivienda en a"uellos "ue han podido precariamente acceder
mediante prestamos hipotecarios, aumenta el desempleo y aumentan los deshauciosQ
8am'ién el fin de las políticas de extenso gasto en infraestructuras, "ue por otra parte
posi'ilita, por ejemplo, la instalación en la antigua 8a'acalera del ;!A, en lugar del gran
museo al "ue esta'a destinada
9inalmente, un punto de inflexión importante ha sido el ciclo a'ierto con la
manifestación del 02 de ,ayo de 2000, 'ajo el lema Ano somos mercancas en manos de
polticos y ban3uerosB! "ue finalmente desem'ocó en la Acampada !ol ?a ocupación de la
plaza a lo largo de 28 días constituye un excelente ejemplo de uso y reapropiación de los
espacios p6'licos para fines de protesta, la configuración de un verdadero CpuebloC7 por un
lado )tal y como define +rrejón #200030EF$) en el sentido de Bcomunidad políticaD, de las
mayorías sociales frente a las élites políticas y económicas, "ue, por otro lado, deviene en
un sentido físico)espacial con el *ha'itar* de la plaza +s relevante como tras el éxito de la
concentración en !ol, el movimiento allí conformado se extiende a los 'arrios para seguir
explorando nuevas formas de participación ciudadana con la constitución de /sambleas de
6arrio
4or 6ltimo es interesante mencionar la innovación "ue supone, con los precedentes
de acciones espont.neas como el 0E, de 200H o las movilizaciones de V de Vivienda, un
uso t.ctico de las redes virtuales "ue ha consolidado una nueva dimensión espacial hí'rida
de los movimientos entre las calles y los 'its, expandiendo un campo antes experimentados
por los colectivos #ac2tivistas, pero generalizados con la difusión de herramientas como las
listas de correo, tDitter y otras redes sociales, o el streamin%, posi'ilitando un estilo
comunicación masiva y transparencia pr.cticamente inédito #lo "ue ,anuel ;astells #2001$
llama ::autocomunicaci'n de masasEE$ Ahora 'ien, como se-ala ;ésar 5endueles #200E$ tal
vez se haya malinterpretado la relación del 02, con la red7
,uchos han pensado "ue la tecnología de la comunicación ha sido un factor desencadenante
de estos procesos políticos ;reo "ue ocurrió exactamente al revés KQL !i la red est. jugando un
papel tan importante en este movimiento es por"ué hemos redescu'ierto la fuerza de los encuentros
cara a cara y de los compromisos, y hemos entendido "ue vivimos en un contexto donde son
extremadamente difíciles e impro'a'les #200E301H$
J en fin, "uiz. el mayor logro del 02, haya sido el lograr extender una nueva
su'jetividad política, intensificando la confrontación en el sistema y extendiendo valores de
horizontalidad y cultura asam'learia desde los sectores m.s movilizados hacia otros menos
movilizados y asentando sustanciales innovaciones en la manera de organizarse y auto)
perci'irse los movimientos sociales en la ciudad +n definitiva, empoderando la acción
colectiva ;omo refleja un activista del 4atio ,aravillas 4Fantes del 1GMH veamos una
debilidad muy fuerte a la #ora de abordar lo 3ue se nos vena encima FIH! entonces de
pronto! lle%' el 1GM! empe&amos a pensar en tJrminos de victoriaK podemos %enerar
espacios! se pueden abrir mLs centros sociales... es la parado8a entre nunca #abamos
estado peor! y nunca #abamos tenido tantas potencialidades: #Muillermo Zapata, en el
encuentro !o-ando 8a'acalera, 02 junio de 200E$
2!6
"#$2$ %avid $rieto
&ncuentro transdisciplinar Producción del espacio urbano
'. Aprendi(a)es, %ibridaciones e innovaciones en las luc%as por **el derec%o a
la ciudad++ en torno al 1,M
;omo se se-ala'a anteriormente la primavera de 2000, con el surgimiento del 02,, es un
momento clave para los movimientos sociales en la ciudad de ,adrid #por el movimiento
"ue surge de ahí y el empoderamiento de lo existente$ 4oco tiempo antes, en marzo, se
constituye la 4A% de ,adrid )un dispositivo de apoyo mutuo y lucha social originado en
(arcelona en el a-o 2001 ;uriosamente, mientras a6n dura'a la Acampada, el 02 de junio
de 2000 se detuvo el primer deshaucio #en 8etu.n, 8atiana y AnPar$ Bcon la cola'oración
entre la 4A% y el 02), Ky anteL una fuerte expectativa medi.tica e intervinieron m.s de
doscientas personas 'lo"ueando el paso a la comitiva judicial +sta victoria marcó un punto
de inflexión para la 4A% ,adrid, selló la alianza con el 02), y catapultó la campa-a [!top
desahucios\ en la ciudadD #;olau y Alemany, 200230E0$
;omo se-alan ,artínez ?ópez y Marcía (ernardos #2002$ con el paso del tiempo el
repertorio del movimiento surgido el 02, ha ido aumentando, pasando de usos del espacio
p6'lico, ligados en primer lugar a las acampadas #primero en !ol, en el mismo verano en el
paseo del 4rado o en 2002 .odea 6an2ia en la 4laza ;elen"ue$ y para la cele'ración de
asam'leas, a usos de espacios sociales interiores, como centros sociales o2upados previos
y la o2upaci'n de nuevos espacios #con fines sociales y tam'ién con fines residenciales,
estos 6ltimos principalmente enfocados hacia víctimas de desahucios como 7otel Madrid o
1ebastiLn (lcano$ +n esta trayectoria se presentan varios elementos relevantes, por un
lado la resignificación a partir de la crisis y a partir de la emergencia del 02, de la cuestión
ur'ana 4or otro lado, en torno al proceso de convergencia entre distintas lógicas de acción
presentes en la compleja red de agentes centrados en resistir a la ciudad neoli'eral #del
,adrid Mlo'al y el modelo de desarrollo a la crisis económica y sus consecuencias$, y en
crear y proponer alternativas desde las luchas sociales y la gestión ciudadana de espacios
=e modo "ue el movimiento por la vivienda se compone como una compleja y
heterogénea red de interrelaciones entre distintas iniciativas y actores en torno a una
reivindicación com6n y coordinados en red, pero 'uscando impactos en distintas esferas
multiescalares #desde el .m'ito europeo, nacional, al local y 'arrial$ ,ientras "ue la 4A% a
nivel estatal tiene su mayor o'jetivo en la modificación de la legislación hipotecaria, a nivel
local lo es el asesoramiento y organización de estrategias de apoyo muto entre afectados y
la movilización de cara a la paralización y suspensión de los desahucios7 en esta lucha stop
desahucios junto a la 4A% tienen un papel primordial las Asam'leas 4opulares de (arrio a
través de sus grupos de tra'ajo y oficinas de vivienda! "ue al mismo tiempo se posicionan
como el principal punto de apoyo del afectado en su 'arrio, desde este .m'ito se ha a'ierto
el frente tam'ién a otro tipo de pro'lem.ticas como la precariedad y el al"uiler7 por otra
parte se encuentran 4?A/C4N, plataforma de afectados en la vivienda p6'lica7 o iniciativas
como la oficina de vivienda, m.s a'ierta desde el principio a la o2upaci'n o la 5ficina de
52upaci'n, "ue se encarga de asesorar y apoyar a las personas interesadas en o2upar
#A'ell.n y AanoschSa, 200E$
+l 02T se da un paso fundamental en la configuración del movimiento 8ras la
manifestación 'ajo el lema 4?nidos ,or ?n Cambio $lobal:, 4se o2upa un edificio en
6arcelona! y a3u en Madrid #ubo un %rupo muy pe3ue9o de %ente decide o2upar el 7otel
2!'
UOC / IN3 Redes, Comunicación y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
Madrid FIH la reacci'n inicial del movimiento 1GM fue #orrible! se dice 3ue no nos
representa y 3ue todo lo 3ue se #ace ba8o tal nombre se tiene 3ue consensuado por todos: y
de este modo se introduce 4el debate de la o2upaci'n por la va de la prLctica: Mentrevista
con activista de 1top @es#aucios! a partir de a#ora (1N +l car.cter reformista del 02, en un
principio resulta hóstil, sin em'argo 4con la lle%ada del frio: K+0, y entrevista con activista de
la 4A% #+2$L, se plantea la necesidad de infraestructuras en las "ue desarrollar la actividad
política y 4un centro social te permite cristali&ar! la calle es muy efmera! el centro social es
un espacio mLs propicio para construir y articular! el salto es casi automLtico: K+0L +n este
período4#a #abido un cambio en la mentalidad de todo el mundo... ya no tiene en la cabe&a
lo 3ue tenamos todos 3ue eran pun2is! 3ue usaban para #acer fiestas! etc....esta como mas
le%itimado: K+2L =e tal modo converge la trayectoria de los ;!TAs y el movimiento 02,
4reco%iendo como una espon8a aprendi&a8es de todas las anteriores experiencias
cooperativas y de auto%esti'n: K+0L
4or otra parte, un aspecto esencial del movimiento por la vivienda en este ciclo de
protesta viene dado por la propia composición interna del movimiento, con fuerte presencia
inmigrante y en especial mujeres =e hecho uno de los origenes de la 4A% se situa en
;TGA=++ #;oordinadora Gacional de +cuatorianos en +spa-a$ una de las primeras
organizaciones "ue comienza a atender a los afectados )de nacionalidad ecuatoriana) y
denunciar p6'licamente la actitud de las entidades financieras #A'ell.n y AanoschSa, 200E$
-. .e/le0iones /inales
;omo se plantea'a en la introducción a este tra'ajo, es una tarea fundamental en pensar en
la acción colectiva como mecanismo para contrarrestar y transformar las din.micas de
desdemocratización mercantilizadora en este contexto de crisis y reconfiguración capitalista
+n este sentido se ha planteado un recorrido por la memoria de unas luchas "ue constituyen
una rica fuente de aprendizaje para las experiencias actuales y futuras, historias de luchas
por una democracia participativa "ue vuelven a estar vivas con el 02, %istorias "ue por
mucho tiempo han estado ocultas 'ajo un régimen de memoria oficialista del modélico
proceso de transición democr.tica impulsado por el consenso entre las élites #!.nchez
?eón, 2008300H$ y "ue resultan tan enri"uecedoras a la hora de esta'lecer comparaciones
como estimulantes al pensar "ue como toda lucha social, siempre constituye una historia de
éxitos y de fracasos en cuanto a sus o'jetivos, pero "ue incluso en los fracasos hay grandes
efectos y se han puesto en marcha grandes cam'ios
=escri'ir el repertorio de luchas por el derec#o a la ciudad "ue coexisten en el ,adrid
actual, y la convergencia con los movimientos precedentes 'ajo una perspectiva regresiva)
progresiva mediante permite contar la historia desde el presente al pasado para ser
proyectada al futuro Bexplicar cómo el presente ha llegado a ser posi'le #un momento
histórico$ y sugerir, al mismo tiempo, otros futuros posi'les #un momento político$D #!evilla,
200E$ ;omo se-ala Aordonova,
+l estudio del pasado resulta, sin duda alguna, inspirador e instructivo, pero, m.s "ue una
fuente de lecciones o recetas claras e ine"uívocas, constituye un escenario para la
contemplación y la reflexión +l pasado es ciertamente, el contexto del presente, pero ello no lo
convierte en generador de instrucciones simples ?os historiadores hacen lo correcto al plantear
interrogantes incómodos y desesta'ilizar visiones heredadas #2000302&$
;omo se-ala 9ernando =e 8er.n el entendimiento de la ciudad, en toda su
complejidad, como producto histórico ::fortuito o voluntario, nunca o'ligatorio, así como el de
2!8
"#$2$ %avid $rieto
&ncuentro transdisciplinar Producción del espacio urbano
las posi'ilidades de intervenir so're ella, se 'enefician del conocimiento de su proceso de
formación, de su historia, "ue permite ver con "ue lógicas se articulan los nuevos episodios
con los anteriores, y como se insertan los fragmentos de perdura'ilidad en el fluyente
devenir del cam'io y la transformación<< # 8er.n, 2001$ !e ha reflejado como 'uena parte
de la ciudad de ,adrid )a través por ejemplo del proceso de .emodelaci'n de 6arrios- se ha
compuesto a partir de experiencias de resistencia ciudadana J "ue la resistencia
ciudadana, cuando en definitiva logra politizar la cuestión ur'ana puede a través del cam'io
de significados ser participe de la gestión y dise-o de su vivienda, su 'arrio, su ciudad 4ero
al mismo tiempo "ue representa una historia de éxito, el proceso de .emodelaci'n de
6arrios representa un ejemplo ilustrativo de las limitaciones "ue hasta el momento ha tenido
la acción colectiva para la generalización de sus propuestas, como la no generalización a
todo el estado de programas similares 4or otro lado, como demuestra esta experiencia, un
lado negativo del éxito )desde el punto de vista de los movimientos sociales) es la
cooptación por parte de partidos políticos e instituciones p6'licas
Nna segunda hipótesis plantea la revitalización del movimiento a partir del ciclo 02,
!e hace evidente "ue la irrupción del movimiento tam'ién ha sido '.sica para la
potenciación, reinvención y amplificación y legitimación social de las experiencias previas en
la ciudad y en este ciclo se ha profundizado en las luchas por el espacio pu'lico y la
vivienda, en definitiva por el derecho a la ciudad !e o'serva como estos movimientos han
cam'iado en gran parte los significados ur'anos, en torno a la legitimidad de modelos de
acción como la o2upaci'n o la denuncia de la vivienda vacía y o los excesos de la 'ur'uja
inmo'iliaria y el capital en torno a temas como los deshaucios Aun"ue de momento este
cam'io de significados y politización de la cuestión ur'ana no ha llevado a un marco de
modificación legislativo en los términos "ue se plantean 4arece "ue de momento el impacto
es mayor en el plano de la resistencia y tam'ién de cara a la propia organización de la
acción colectiva, con el gran efecto de aculturación "ue supone su metodología participativa
?os movimientos en el ciclo 02, han sa'ido innovar para generar lazos, comunidades,
redes y simpatías
+n definitiva, pensar en esta onda larga de los movimientos sociales hace pensar en
la necesidad de cuidar procesos participativos para su sosteni'ilidad en el tiempo, en la
fragilidad y en la naturaleza din.mica de los procesos sociales y ur'anos Gada en las
luchas es tan nuevo como parece y a riesgo de simplificar con este acercamiento, parece
conveniente reflejar la continuidad de las luchas, la importancia de la generación de
su'jetividades políticas en los momentos de esta'ilidad, y la sugestión de los m6ltiples
prototipos de nueva institucionalidad surgidos en la ciudad =arse cuenta del gran potencial
transformador de cara a un momento en el "ue la salida de la crisis ur'ana no pasa ya por
grandes inversiones, lo "ue hace la autogestión un jugoso caldo de cultivo para la
articulación de los recursos comunes capaces de satisfacer necesidades de los ha'itantes
en los espacios ur'anos J tam'ién darse cuenta de la potencialidad de instituir canales de
participación ciudadana "ue permitan decidir m.s "ue meramente consultar y esta'lecer
canales de interlocución con administraciones m.s democr.ticos
?a construcción democr.tica del ha'itar es siempre un reto, y el derecho a la ciudad,
como se-ala %arvey, es algo m.s "ue la li'ertad de acceso a los recursos ur'anos3 es el
derecho a cam'iarnos a nosotros mismos, cam'iando la ciudad #200E3H1$
2!(
UOC / IN3 Redes, Comunicación y Tecnopolítica
Universitat Oberta de Catalunya Internet Interdisciplinary Institute
,. .e/erencias biblio$r1/icas
A(+??>G, A y AAGT!;%]A, , #200E$ B=os A-os de ,ovimiento por la /ivienda en ,adrid
#2000)200E$3 =eso'ediencia, ?uchas y 5upturas en el ;ontexto de la ;risis Nr'anaD
4onencia en el YC ;ongreso de !ociología, ,adrid
A=+?? A5MC?^!, 5 #200F$ B?a /ivienda si 4reocupa3 ocupantes y oSupasD +n +ibre
,ensamiento GV2H, pp 2H)E0
(TG+8, A #2000$ ;uando cómo participar importa An.lisis de los impactos de la
participación ciudadana en las políticas de regeneración del centro histórico de (arcelona
?.61. .evista de (studios ?rbanos y Ciencias 1ociales, 1#0$, H)2& K9echa de consulta3 #02
de mayo de 200EL
;A!8+??!, , #018E$ "#e City and t#e $rassrootsK / Cross-cultural "#eory of ?rban 1ocial
Movements (erSeley3 Nniversity of ;alifornia 4ress
;A!8+??!, , #2001$ Comunicaci'n y ,oder. ,adrid, Alianza
;T?AN, A y A?+,AGJ, A #2002$ Vidas 7ipotecadas. @e la 6urbu8a -nmobilaria al @erec#o
a la Vivienda (arcelona, Angle +ditorial
+55+A@G, C #2000$ B+l 02), como discurso contrahegemónicoD +n (ncruci8adasK .evista
Crtica de Ciencias 1ociales GV2, pp 020)0H2
9+5G>G=+Z M_+??, A , #200F$ B22 a-os de planificación estratégica de ciudadesD en
;iudad J 8erritorio3+studios 8erritoriales, YYYCY #02H$
9TN;AN?8, , #2002$ 7istoria de la 1exualidad. Vol. 1. +a Voluntad de 1aber ,adrid, !iglo
YYC
9TN;AN?8, , 01F1 Microfsica del poder ,adrid, ?a 4i"ueta
95AG;T A?TG!T, T #200H$ B+volución 5eciente del 9enómeno ;ha'olista3 el Guevo
;ha'olismo ,adrile-oD /CC ;olo"uio de Meografía Nr'ana3 ?a ciudad y el miedo (arcelona
K9echa de consulta3 02 de mayo de 200EL
95A/, #2000$ ,lan (stratJ%ico 2009O2012. .evitali&ar el Movimiento Vecinal para
"ransformar Madrid: ,adrid, 95A/,
MA?;+5>G, , #2001$ @eseo MyN +ibertad ,adrid, 8raficantes de !ue-os
%A5/+J, = #200&$ "#e +imits to Capital ?ondres, /erso
%A5/+J, = #200E$ Ciudades .ebeldes. ,adrid, ASal
AT5=AGT/A, ? #2000$ 7istory in ,ractice ?ondres, %odder Arnold
,A58` i ;T!8>, , y A (TG+8 i ,A58` #2008$ B?os movimientos ur'anos3 de la identidad
a la glocalidadD, 1cripta 0ova. .evista (lectr'nica de $eo%rafa y Ciencias 1ociales.
(arcelona3 Nniversidad de (arcelona, vol YCC, n6m 2F0 #020$ K9echa de consulta3 02 de
mayo de 200EL
,A58`G+Z ?@4+Z, , #200E$ B?os ,ovimientos !ociales Nr'anos Nn An.lisis de la T'ra
2'0
"#$2$ %avid $rieto
&ncuentro transdisciplinar Producción del espacio urbano
de ,anuel ;astellsD, .evista -nternacional de 1ociolo%a, GVEH
,A58`G+Z ?@4+Z, , y MA5;`A (+5GA5=T!, A #2002$ B+l +spa cio 46'lico y las ?uchas
por la vivienda en el ,ovimiento 02,D C/ Aornadas de Antropología Nr'ana UU (il'ao 22)
2EU00U2002 K9echa de consulta3 8 de junio de 200EL
,A58`G+Z ,A58`G, AA #2000$ B,adrid, de /illa a ,etrópoliD, Cuadernos de 7istoria
ContemporLnea n6mero 22 pp 222)2H1
5A,T!, A y 9=+Z ;A!A=+/AG8+, A? #2000$ B!uperhéroes de 'arrio3 la juventud y el
derecho a la ciudad desde una iniciativa (arrialD, .evista de (studios de Puventud, na 12,
pp 1E)00F
!>G;%+Z ??T5;A, Ana #2002$ B?avapiés o el arte de resolver conflictos desde la
sociedadD +n //AA, QR a#ora 3uJS -mpactos y resistencia social frente a la embestida
ultraliberal ,adrid, ?i'ros en Acción
!+ON+5A, A #2000$ B=el ,ovimiento /ecinal a las ,ovilizaciones por una /ivienda =igna
en ,adrid =e la necesidad %echa =erecho al =erecho %echo GecesidadD +n 0'madas!
.evista de Ciencias 1ociales y Purdicas 21
!+/C??A, A #200E$ BW4lanificar los ;omunesX Autogestión, 5egulación ;omunal del !uelo
y su +clipse en la Cnglate