You are on page 1of 6

¿Qué son exactamente los problemas de aprendizaje?

En general, un problema de aprendizaje es un desorden neurobiológico que afecta cómo el
cerebro funciona al percibir, procesar, guardar, evocar y producir información. Las
personas que tienen un problema de aprendizaje lo pueden manifestar con dificultades para
escuchar, pensar, hablar, leer, escribir, deletrear o hacer cálculos matemáticos.
También pueden tener dificultades en prestar atención, problemas de memoria,
coordinación, destrezas sociales y falta de madurez emocional.
Es importante saber que las personas que tienen un problema de aprendizaje generalmente
son muy inteligentes. Lo que sucede es que su cerebro procesa la información de manera
diferente. Entonces lo que se nota en las escuelas es que muchas veces hay una
discrepancia entre la inteligencia de estos estudiantes y su rendimiento académico.
Los padres se preocupan mucho cuando su hijo tiene problemas del aprendizaje en la
escuela. Hay muchas razones para el fracaso escolar, pero entre las más comunes se
encuentra específicamente la de los problemas del aprendizaje. Los niños con problemas
del aprendizaje suelen tener un nivel normal de inteligencia, de agudeza
visual y auditiva. Ellos tratan arduamente de seguir instrucciones, de concentrarse y de
portarse bien en la escuela y la casa. Sin embargo a pesar de sus esfuerzos, ellos tienen
muchas dificultades dominando las tareas de la escuela y se atrasan. Los problemas del
aprendizaje afectan a 1 de cada 10 niños de edad escolar.
Los problemas de aprendizaje pueden tener consecuencias negativas para el desarrollo
intelectual y afectivo de los niños. Si no se identifican y se tratan a tiempo, la autoestima,
la valoración personal, la sociabilidad y, en general, las actividades diarias del niño se
pueden ver afectadas. Una identificación a tiempo es fundamental para iniciar su
tratamiento cuanto antes. Los problemas del aprendizaje se pueden tratar, si no se les da
tratamiento, sus efectos pueden ir aumentando y agravándose y generar problemas de tipo
emocional al ver su frecuente fracaso e incluso genera un mal comportamiento porque
prefieren que los crean malos a tontos.
La dificultad específica en la lectura se denomina dislexia, en la escritura se denomina
Disgrafia y en la aritmética se denomina discalculia. Acompañando a los problemas de
aprendizaje, los niños presentan diversas características como las son: Poca memoria Baja
atención Poca organización Impulsividad Tareas incompletas Comportamientos disruptivos
Problema de
aprendizaje
Área de dificultad Síntomas: dificultad
con
Ejemplo
Dislexia Procesamiento del
lenguaje
Lectura, escritura y
ortografía
Pronunciación o
escritura de letras y
palabras al revés
Discalculia Destrezas
matemáticas
Cálculos, recordar las
tablas, conceptos
como la hora y el
valor del dinero
Tiene dificultad para
contar de 2 en 2, 3 en
3, 4 en 4
Disgrafía Expresión escrita Escritura a mano,
ortografía y
composición
Letra ilegible y
dificultad para
organizar sus ideas
Dispraxia Motricidad fina Coordinación,
destrezas manuales
Problemas con
tijeras, botones,
dibujos
Trastorno de déficit
de atención e
hiperactividad
(AD/HD)*
Concentración Hiperactividad, se
distrae con facilidad,
impulsividad
No se puede estar
quieto, pierde el
interés con facilidad

Antes de un diagnostico se deberá considerar estos aspectos
1. Aspectos intelectuales
2. Aspectos madurativos, neuropsicológicos
3. Aspectos instrumentales
4. Aspectos emocionales

Factores a considerar
INTELECTUAL Todos los niños son capaces de aprender y progresar académicamente y
deben ser desafiados para que exploten su potencial al máximo según sus capacidades,
diversos estudios demuestran que sí, todos los niños son capaces de aprender y lograr y el
desafío es un elemento esencial del proceso de aprendizaje. Sin embargo no todos los niños
pueden aprender las mismas cosas y tener los mismos logros, puesto que existen varios
factores que determinan el éxito académico de cada niño y por eso es necesario conocer y
entender como su niño aprende, cuáles son sus fortalezas y sus debilidades en el proceso
cognitivo.
FACTORES ORGÁNICOS Para el aprendizaje escolar es fundamental la “integración
anatómica” y de funcionamiento de aquellos órganos que están comprometidos con la
recepción de los estímulos del entorno, así como de los procesos que aseguran la
coordinación con el sistema nervioso central.
FACTORES PRENATALES Con respecto a los genéticos, toxoplasmosis, enfermedades
víricas de la madre, deficiencias nutricionales en el embarazo, alcoholismo, drogas que
pueden ser ingeridas por las madres, pasan directamente al feto, estos debe preocuparnos
mucho, puesto que, usualmente aquellos que pesan menos de 5 libras están en mayor riesgo
de presentar distintas dificultades incluyendo las de aprendizaje.
FACTORES EMOCIONALES Debemos partir tomando conciencia de que la familia es el
aula primordial en la educación del niño, esta metáfora subraya los aspectos de la
interacción familiar que pueden contribuir a las dificultades del niño en la escuela.
FACTORES AMBIENTALES Los que enseñan son los padres, los tíos, los abuelos, los
hermanos, los maestros, los compañeros de escuela, sin embargo, la persona que enseña
con todas sus características individuales más allá de sus cualidades pedagógicas, es
prioritaria. Más importante que el contenido enseñado es la relación con las personas que
enseñan que afecta la subjetividad de persona que aprende.
APRENDIZAJE MOTRIZ El aprendizaje motriz es el paso previo al aprendizaje
académico, y el orden de intervención también debería ser el mismo, no se pueden trabajar
las habilidades de lecto-escritura si el niño/a no tiene una buena orientación espacial, si no
tiene unos buenos movimientos oculares y una motricidad fina adecuada, sus articulaciones
deben estabilizarse de forma correcta, la mano necesita moverse de forma independiente al
hombro, y la lateralidad debe estar bien definida y si estas habilidades primarias no se han
desarrollado correctamente, los problemas de aprendizaje escolar son mayores.
MEDIO SOCIALY EDUCATIVO
La actitud negativa de los padres hacia los hijos: este es un factor de suma importancia pues
la forma como se relaciona los padres con sus hijos y maneras de criar en alguna medida
repercuten en la escolaridad de los mismos. De tal manera que ciertas características y
actitudes de los padres desarrollan determinado rasgos psicológicos en su hijos así:
PADRES HIPERTEMEROSOS PADRES HIPEREXIGENTES PADRES
HIPERINDULGENTES PADRES HIPERPROTECTORES PADRES AGRESORES
Debido a estas situaciones es probable que el niño llegue a la escuela insuficiente o
defectuosamente preparado para hacer frente a las exigencias de aprendizaje de tarea tan
complejas como la lectura la aritmética y la expresión oral y escrita. Por otro lado cuando
los niños están en la escuela es igualmente importante la actitud de los padres respecto a la
escuela y el trabajo escolar influyendo en el éxito o en el fracaso de estos pues el interés
permanente del hogar por las realizaciones del niño en su aprendizaje.es necesario insistir
en que es un deber de los padres preocuparse por el trabajo escolar de sus hijos y estimula a
esto para q lo hagan de la forma más perfecta posible evitando al mismo tiempo ejercer una
excesiva presión y toda crítica negativa especialmente cuando el niño se halla en
dificultades tener en cuenta que la actitud de reproche agrava la situación hace que los
niños descuiden los deberes escolares aparezca la mentira, la pereza, o se refugien en la
enfermedad como son los conocidos trastornos psicosomáticos escolares. como son (
dolores de cabeza , dolor de vientre).

¿Cuáles son las Señales de un Problema del Aprendizaje?
 Puede tener problemas en aprender el alfabeto, hacer rimar las palabras o conectar
las letras con sus sonidos;
 Puede cometer errores al leer en voz alta, y repetir o detenerse a menudo;
 Puede no comprender lo que lee;
 Puede tener dificultades con deletrear palabras;
 Puede tener una letra desordenada o tomar el lápiz torpemente;
 Puede luchar para expresar sus ideas por escrito;
 Puede aprender el lenguaje en forma atrasada y tener un vocabulario limitado;
 Puede tener dificultades en recordar los sonidos de las letras o escuchar pequeñas
diferencias entre las palabras;
 Puede tener dificultades en comprender bromas, historietas cómicas ilustradas, y
sarcasmo;
 Puede tener dificultades en seguir instrucciones;
 Puede pronunciar mal las palabras o usar una palabra incorrecta que suena similar;
 Puede tener problemas en organizar lo que él o ella desea decir o no puede pensar
en la palabra que necesita para escribir o conversar;
 Puede no seguir las reglas sociales de la conversación, tales como tomar turnos, y
puede acercarse demasiado a la persona que le escucha;
 Puede confundir los símbolos matemáticos y leer mal los números;
 Puede no poder repetir un cuento en orden (lo que ocurrió primero, segundo,
tercero); o
 Puede no saber dónde comenzar una tarea o cómo seguir desde allí.

Consejos para Padres

Aprenda más sobre los problemas del aprendizaje. Mientras más sabe, más puede ayudarse
a sí mismo y a su niño. Vea la lista de recursos y organizaciones que se encuentra al final
de esta publicación.

Elogie a su niño cuando a él o ella le vaya bien. Los niños con problema del aprendizaje
rinden bien en una variedad de cosas. Averigüe cuáles cosas le gustan a su niño, tales como
bailar, jugar fútbol, o trabajar con las computadoras. Déle bastantes oportunidades a su niño
para perseguir sus fortalezas y talentos.

Averigüe cómo su niño aprende mejor. ¿Aprende por medio de experiencias prácticas, o
por medio de mirar o escuchar? Ayude a su niño a aprender por medio de sus áreas de
fortaleza.

Deje que su niño ayude con las tareas domésticas. Estas pueden aumentar su confianza y
destrezas concretas. Mantenga las instrucciones simples, divida las tareas en pasos
pequeños, y recompense los esfuerzos de su niño con elogios.

Haga las tareas escolares una prioridad. Lea más acerca de cómo puede ayudar a su niño a
tener éxito con las tareas. (Vea la lista de recursos al final de esta publicación.)

Ponga atención a la salud mental de su niño (¡y a la suya!). Esté dispuesto a recibir
asesoramiento, el cual puede ayudar a su niño a tratar con las frustraciones, sentirse mejor
acerca de sí mismo y aprender más sobre las destrezas sociales.

Hable con otros padres cuyos niños tienen problemas del aprendizaje. Los padres pueden
compartir consejos prácticos y apoyo emocional. Llame a NICHCY (1.800.695.0285) y
pregunte cómo puede encontrar grupos de padres cercanos. También déjenos ponerle en
contacto con el centro de educación e información (PTI) en su estado.

Reúnase con el personal escolar y ayude a desarrollar un plan educacional para tratar con
las necesidades de su niño. Planifique las acomodaciones que su niño necesita.

Establezca una relación de trabajo positiva con el maestro de su niño. Por medio de la
comunicación regular, pueden intercambiar información sobre el progreso de su niño en
casa y en la escuela.