M1MSTEB10 DE tilERHA I MARINA

MEMOEIA
TRABAJOS EJECUTADOS
POll I. A
INTENDENCIA JBSEBAl DEL
EJÉRCITO
^ARMADA
EN CAMPAÑA
1880-1881
SANTIAGO
IMPRENTA DE LA ÉPOCA
25

SECUNDA GALF.KlA SAN CÍRI.03

25
IbiP?
^^ii°¡
MINISTERIO BE fiUEflRA 1 3IARIXA
x
MEMOEIA
TRABAJOS EJECUTADOS
ÁhUl
ARMADA EN CAMPANA
1880-1881
SANTIAGO
IMPRENTA DE LA ÉPOCA
25

SEGUNDA GALERÍA SAN CAKLOS

25
SeSoií Mikistro:
Paso a dar cuenta a US. de la marcha de la oficina de
mi
cargo
en el
período
trascurrido desde mi anterior Me
moria,
Habia
pensado,
en un
principio, que
esta Memoria fue
se una reseña completa
de los
trabajos
de la Intendencia
Jeneral del
Ejército
i Armada en
Campaña,
desde el es
tablecimiento de la oficina basta la
fecha,
abarcando asi
todo el
período
activo de la
guerra; pero
el
gran
desa
rrollo de las
operaciones
ejecutadas
en el último año habria
hecho
que
este
trabajo
tuviese
tuna
excesiva estension si
a la relación de ellas hubieran de
agregarse
consideracio
nes
jenerales
i detalles de
organización que ya quedaron
suficientemente
esplicados
en la Memoria del año ante
rior.
Tomados en
conjunto,
estos dos
trabajos
vienen, pues,
a
completarse
i a dar una idea
clara,
si bien
rápida,
de lo
que
ha sido en nuestro
país
este
primer ensayo
de un
servicio desconocido i sin
precedentes
entre
nosotros,
esta
blecido en medio de la
guerra
mas
grande que haya
sos
tenido la
República,
i
que
no dudo será de
provechosa
en-

G

seííanza
si circunstancias
desgraciadas obligan
de nuevo
a Chile a tomar
las armas
que,
con tanta
gloria,
ha
puesto
en esta ocasión al servicio de su honra. Para
conseguir
este fin
cuidaré,
s-eñor
Ministro,
de
apuntar
eu los
luga
res
oportunos
los defectos
que
la
experiencia
me
haya
re
velado.
Coincide el
principio
del
período que
abarca esta Me
moria,
con la resolución de llevar a cabo la tercera cam
paña
sobre el territorio
enemigo:
la
campaña
sobre Lima
i el
Callao,
que
la
opinión pedia
con anhelo insistente
como medio de dar remate a la
guerra,
i
que
el Gobierno
preparaba
con
tesón,
acopiando
el vastísimo material
que
requería operación,
para
nuestras
fuerzas,
tan colosal,
Tomada esa resolución en los
consejos
de
Gobierno,
la
Intendencia Jeneral comenzó con todo el
vigor
i actividad
que
las circunstancias
exijian,
la
preparación
de los múl
tiples
elementos
que
la
empresa
requería, poniendo
a con
tribución la actividad i
patriotismo
de cuantos
creyó que
podían coadyuvar
ni
mejor
resultado,
I
Entre los variados elementos
que requería
la
espedi
cion sobre
Lima,
uno de los
principales
era el
trasporte
marítimo. Nuestro
país
no contaba ni cuenta con el nú
mero de naves
que puedan
ser transformadas de un mo
mento a otro en
buques aptos para
el
trasporte
de
tropas
i material de
guerra. Preparar
esas naves era
operación
larga
i no exenta de
dificultades,
i
por
lo mismo fué la
que primero
tuvo
que
ser atendida.
El I'stado tenia
ya
a su servicio los
buques
a
vapor
de
la
Compañía
Sud
Americana, i,
desde el
principio
de la

7

campaña,
el
mejor
de los de la
Compañía
de Lota. Esos
buques,
unidos al Santa
Lucía, que
hacia el servicio de
condensador
i
depósito
de
agua,
i a los
trasportes
del
Estado Amazonas,
Angamos
i
Tolten,
daban un total de
once
buques
a
vapor aptos para
la conducción
de
tropa
i
material
de
guerra.
Pero el material
que
debia conducirse
era tan
vasto, que
los
buques
a
vapor que
aun
quedaban
en
la costa no habrían dado abasto
para
ello,
Se recurrió entonces a fletar
buques
de vela
que,
desti
nados exclusivamente
a la
carga, exijian arreglos espe
ciales
para adaptarlos
a su nuevo destino.
Esta
operación
se
ejecutaba
simultáneamente
en Arica,
bajo
la dirección del Comandante
Jeneral de
trasportes
i
del Teniente Coronel de
injenieros
don Alberto
Stuven,
i en
Valparaiso
bajo
la dirección del
que
suscribe,
auxilia
do inmediatamente
por
el Comandante
de Arsenales i el
Constructor
Naval.
De esta
manera
pudieron
alistarse en un
tiempo
rela
tivamente
breve,
los
buques
Elvira
Alvarez,
21 de
Mayo,
Norfolk,
Exelsior,
Humberto
I, Inspector,
Elena,
Gius-
seppe
Murzi, Avestruz, Julia, Orcero,
Lota,
Herminia,
Dordrecht,
Juana i
Wilhelm,
con una
capacidad
de
carga
de
16,907 toneladas,
i en los
que
se hicieron los
arreglos
convenientes
para
el
trasporte
de
hombres,
de caballos i
muías
para
la caballería i tiro de la
artillería,
i
para
el
acarreo
por
tierra del vasto material de
víveres, pertre
chos, municiones, equipo
de
campo,
ambulancias,
etc.
Estos
buques
fueron dotados de la
vasija
suficiente
para
la
aguada indispensable
para
tan crecido'número
de
hombres i
animales, construyéndose
vasijas
de madera i
de fierro tanto en el Norte como en
Valparaiso.
Mediante
Bsto,
i a
pesar
de la enorme cantidad
de
agua que,
como
_
s

se verá mas
adelante,
se
necesitaba, pudo
verse con satis
facción
que
al
ponerse
el
Ejército
en tierra sobró en loa
estanques
de la flota de
trasportes
una
gran
cantidad de
ese tan
principal
elemento.
Aunque
con el número de
buques disponible
i con lo
que
los
buques
de
guerra podían trasportar, podia
mo
verse el
Ejército por
divisiones bastante fuertes
para
no
temer la
proximidad
del
enemigo,
no era
posible
confiar
la suerte de la
espedicion, que
era la suerte de la
Repúbli
ca,
a merced del viento. Se necesitaba
prescindir
de ese
elemento de
perturbación
en los cálculos
que reglaban
el
plan
de
campaña,
i
ya que
no se tenían
vapores
bastantes
para trasportar
todo el
Ejército,
era
indispensable
tener
los
siquiera para
remolcar los
buques
de
vela,
dando así
seguridad
a la marcha del convoi,
La Intendencia Jeneral acudió a la
Compañía
de Lo
ta, poseedora
de varios
vapores,
i esa
empresa,
con un
patriotismo que
me
hago
un deber en
dejar consignado,
paralizó
todos los
trabajos
encomendados a sus
vapores
i
puso
a
disposición
del Gobierno los
vapores
Carlos lio-
berto i Luis Cousiño.
No bastando aun con
éstos,
fué necesario recurrir a la
compra
de los
vapores
Chile
i
Payta, que
en
pocos
diaa
quedaron
convertidos en los
mejores trasportes
de la Es
cuadra,
¡
que
unidos al
Pisagua (antes
Kielder
Castle),
comprado poco
antes,
i al Barnard
Castle,
fletado
para
la
espedicion, puso
al Gobierno en
posesión
de diez i siete
trasportes
a
vapor que podían
remolcar otros tantos bu
ques
de
vela,
i
dejar
a las naves de
guerra
libres de laa
molestias de
trasporte para consagrarse
esclusivamente
a
las
operaciones
de
guerra
i custodia del convoi,

9

Se
necesitaba
al mismo
tiempo proveer
a los medios
de
desembarque,
i tener
en
cuenta,
al
prepararlos,
la
posibili
dad
de
qne
esa
operación
de
guerra,
una de las mas ries
gosas,
i mas en
puertos
tan malos como
los del litoral
peruano,
tuviera
que
realizarse
al frente
del
enemigo.
Con
este fin se
procedió
a la construcción
de treinta
i
seis lanchas
planas
capaces
de echar
a la
playa,
en
un
solo
viaje,
tres mil hombres
i doce cañones
con sus armo-
nes
respectivos.
En la construcción
de estas embarca
ciones se remedió
el mal notado
en las hechas
anterior
mente i
que
existían
en estado
de
prestar
poco
servicio
ya,
por
el
dmo trato
que
habian
recibido
en las faenas
de
las dos anteriores
campañas.
Las nuevas
lanchas
eran
mas
grandes
i mas marineras;
tenían un
porte
de veinte
toneladas
i
podian
llevar cada
una cien
hombres,
o diezio-
cho caballos o dos
piezas
de artillería.
Fueron
construi
das en
Valparaiso
en cincuenta
dias i costaron
cada
una
850
pesos.
Se las dotó de los
remos,
anclas i cadenas
ne
cesarias,
i fueron enviadas
sucesivamente
a
Arica,
base
de la
operación
que
se
preparaba.
Para
asegurar
el
mejor
éxito
del desembarco
1
libertar,
hasta donde fuera
posible,
a los
buques
de
guerra
de las
faeDas
que
no fueran esencialmente militares,
se
adquirie
ron
vapores pequeños
destinados
al
remolque
de las lan
chas. Fueron
éstos el
Gaviota,
el
Valparaiso
i ol
Bá-pi-
do, que
unidos al
Toro,
Lautaro,
Laura
i María
Luisa,
qne ya prestaban
servicios,
i a los botes a
vapor
de la es
cuadra,
constituían
una flotilla de embarcaciones
peque
ñas a
vapor apta para
el servicio indicado
i
para
avisos,

10

descubiertas,
reconocimientos i
reparto
de
agua
a los bu
ques.
Son incalculables los servicios
que
es tus
pequeñas
embarcaciones han
prestado
durante la
campaña,
i al
pre
sente vemos
algunas
de
ellas,
como el Toro i el
Gaviota,
empleadas
hasta en
bloqueos
con
ventaja
i economía. Co
nocedor de las cualidades de estas
embarcaciones,
me
per
mito
aquí
insinuar al
Supremo
Gobierno la conveniencia
de conservar
algunas, especialmente
el
Toro,
que por
su
fuerte construcción
puede prestar
mui útiles servicios en
la
policía
del estrecho de
Magallanes.
Al mismo
tiempo que
se llevaban a cabo estas
operacio
nes destinadas a
asegurar
el
mejor
éxito en el
trasporte
marítimo i desembarco de la
espedicion,
se
acopiaban
i
enviaban al norte los víveres i el
forraje
en la abundancia
que
la
magnitud
de la
empresa
lo
requería.
Esta
oficina,
mediante contratos celebrados
oportuna
mente
i,
en mi
concepto
con mucha
ventaja para
el
erario,
pudo
reunir en sus almacenes en un momento
dado,
mas
o
menos, 180,000
kilogramos
de
charqui
i
2.500,000
ki
logramos
de
pasto seco,
hallándose en
igual proporción
la
galleta, harina, fréjoles
i demás
componentes
de la su
culenta ración del soldado chileno en
campaña, (descrita
en la memoria
anterior)
i la cebada
que completa
la ra
ción de
forraje
de las caballerías del
ejército,
A
pesar
de tener un
acopio
tan considerable de
charqui
i de
galleta,
esta
oficina,
que siempre
tuvo
por
norma
de conducta
mitigar
en lo
posible
al soldado las
penali
dades de la
campaña, regularizó
el envío de
bueyes
al
norte lo
que
le
permitió,
no solo suministrar
carne

11

fresca
casi diariamente
al soldado mientras
se
organizaba
en
Tacna la
espedicion,
sino hacer un
acopio
tan abun
dante
de
bueyes para
ésta, que
cuando nuestro
ejército,
después
de sus
victorias,
pudo
abastecerse
del
país
enemi
go,
existían
todavía
bueyes
que
han sido realizados
mas
tarde
por
convenir
así a los intereses fiscales. En vez de
la
galleta,
se sumistró con mucha frecuencia
pan
fresco
aun en las marchas
del
ejército por
tierra;
se le suminis
tró en Lurin
una ración
para
dos dias al salir hacia Cho
rrillos
i se le
proveyó
constantemente
desde el
segundo
dia de la
ocupación
de Lima.
No será fuera de
lugar
desvanecer
aquí
un error en
que
parte
del
público
ha
incurrido, suponiendo que
se envia
ban al
ejército
artículos
que
a veces no eran de la
mejor
calidad. Este error se
esplica
fácilmente
por
dos razones
capitales!
es la
primera
la razón de
clima,
tan desfavora
ble
para
el
charqui, que, por
buena
que
fuera su
calidad,
al cabo de
poco
tiempo
tenia forzosamente
que
descom
ponerse;
a lo cual se
agregaba
que,
no habiendo existen
cia de
charqui
del año
anterior,
tuvo
que
fabricarse fue
ra de
tiempo,
lo
que
lo hacia mas
susceptible
de sufrir
por
el clima del Perú. La
segunda
razón era la
poca
re
gularidad
inevitable en la
descarga
de los
trasportes.
Este
grave
mal fué remediado en
gran parte
con la me
dida del
Supremo
Gobierno
que puso
los
trasportes bajo
la dirección inmediata déla Intendencia Jeneral, aunque
no faltaron casos en
que
las autoridades
militares
pertu-
baron,
sin duda
por
necesidades
del
servicio,
el orden es
tablecido.
Dejaré
constancia
aquí, para
no renovar
esperimentos
inútiles en lo
futuro,
el
ningún
resultado
práctico
dado
por
las carnes
conservadas, que
nunca
pudieron emplear-
L
se con
ventaja.
Otro tanto ocurrió con un
ensayo
de
galle
ta
forraje que,
sea
por
defectos de fabricación o
por
otros
motivos,
no dio en nuestra
campaña
los
maravillosos re
sultados
que
se cuenta
produjo
en la
guerro
turcorusa,
El
acopio
de
ropas para
un
ejército que
se
duplicó

pidamente,
no
dejó
de ofrecer serias dificultades en
algu
nos
momentos, por
atrasos ocurridos en el envío de telas
militares
que
hacia la
Legación
en Francia.
Pero,
salvo
esos
tropiezos,
se hizo
por
lo demás con
regularidad
i
oportunidad.
El cuadro
que
se
acompaña
entre loa anexos
para
demostrar el movimiento
jeneral
de los almacenes de
la Intendencia
Jeneral, comparado
con el
análogo
del año
anterior,
manifiesta las cantidades de
ropa
consumida
por
nuestro
ejército
en
campaña, que
casi en bu totali
dad ha sido fabricada en el
país.
Debe tenerse
presen
te
que
las cantidades
que figuran
en ese cuadro se refie
ren únicamente a los suministros hechos
por
esta oficina
i
cuya
fabricación ella
dispuso.
Para tener el total de ves
tuario consumido
por
nuestro
ejército
en
campaña,
será
preciso agregar
a ese cuadro lo suministrado
por
otras
oficinas,
como la Tesorería Jeneral de
Santiago, que
no es
una cantidad
despreciable.
Debo manifestar con
franqueza
en este
lugar, que
el
consumo del
ejército
habria sido un tanto
menor,
sobre
todo en ciertos
renglones,
si los
jefes
de
cuerpo
i del
ejér
cito hubieran
puesto
de su
parte aquella vijilancia que
la
Ordenanza Militar
prescribe, para
la conservación
del
equipo
de los
cuerpos.
Ante la
suprema
lei de la
necesidad,
la Intendencia te
nia
que reemplazar
constantemente todas laB
piezas que
se
pedían por
los
jefes
de los
cuerpos,
sabiendo
que
cual
quiera
observación sobre esto causaría mal efecto,
-
13

Por
duro
que
me
sea,
señor
Ministro,
dejar consigna
dos en esta Memoria hechos tan
graves,
considero
que
es
deber de mi
puesto
i deber de
patriotismo
llamar hacia
ellos la atención del
Supremo
Gobierno,
a fin de
que
se to
men
para
lo sucesivo
aquellas
medidas
que
conduzcan
a
resguardar
valiosos intereses
fiscales,
haciendo
efectivas
las
responsabilidades
correspondientes.
La
campaña
ha
revelado
que, por
un motivo o
por
otro,
no existe en
nuestro
ejército
el orden i
arreglo que
debiera existir en
la conservación
de su
equipo
i armamento.
En cuanto a la
clase,
calidad i demás circunstancias
referentes
al vestuario
suministrado al
ejército,
la
espe-
riencia
de la nueva
campaña
no ha hecho mas
que
con
firmar la buena
opinión que
acerca de los
tipos
hoi en uso
espuse
en mi anterior
Memoria.
Se
hace,
no
obstante,
necesario
ya
dictar un
reglamen
to definitivo
de uniformes
para
el
ejército, pues
el en uso
al
presente
no
reposa
en resolución
gubernativa
alguna,
i
de ahí la
anarquía que, especialmente
en el uniforme de
los oficiales i
jetes,
se hace sentir ahora. El
reglamento
de uniformes
que
debia entrar en
vijencia
el 1.° de enero
de 1880 ha
quedado
sin
aplicación,
lo
que
es la
mejor
prueba
de
que
no
corresponde
a las necesidades del ser
vicio.
Antes de terminar
este
párrafo
referente a
uniformes,
someto a la consideración
del
Supremo
Gobierno !a idea
de hacer venir de
Europa por
cuenta del Estado,
telas,
ga
lones, etc., que podrían
suministrarse a
precio
de costo alos
oficiales del
ejército para
la confección de sus
uniformes,
con notable
ventaja
de uniformidad
i economía en el tra
je.
Esas
especies podrían depositarse
en la Intendencia
del
Ejército,
como se
depositan
en Arsenales las de la ma-
L
~
14

riña, pudiéndose
llevar una cuenta exacta i
comprobada,
sin
peligro alguno para
los iutereses fiscales.
Se
procedió
al
propio tiempo
a
completar
el
equipo,
bastante deteriorado e
incompleto,
del
ejército que
habin
hecho la
campaña
do Tacna i
Arica,
i a dotar del
equipo
necesario a los
cuerpos que
salían
por primera
voz a cam
paña.
Para
que pueda juzgarse
de lo
que
mas arriba he
dejado apuntado,
notaré
aquí,
refiriéndome
siempre
al
cuadro
jeneral, que
desde la toma de Arica hasta la cam
paña
sobre Lima se
construyeron
Í
entregaron
mas de
30,000
caramañolas Í
25,000
morrales
para tropa.
Se ha
afirmado
que para
dotar de caramañolas a los
cuerpos
de
la división
que
marchó a
Pisco,
fué necesario
quitarlas
a
otros
cuerpos
del
ejército.
S; afirmó
seguramente
un hecho
que
no
pongo
en
duda;
pero
ello
sucedió,
no
porque
no
hubiera caramañolas
disponibles, pues
habia
1,800
en un
trasporte
en
Arica,
sino
por
la falta de conocimiento
que
se tenia de las necesidades
que
en
equipo
i armamento te
nia cada
cuerpo,
i
que
solo se hacían notar cuando la ne
cesidad
urjente
hacia resaltar la falta. Para corroborar
este aserto recordaré
que
al
llegar
nuestros
trasportes
ni
Callao,
después
de su
ocupación,
desembarcamos ahí cua
renta
cajones
de caramañolas
que
contenían mas de
6,000
La
campaña
anterior,
i en
especial
la
penosísima
mar
cha sobre Yaras i
Tacna,
habia manifestado
que
el sis
tema <le acarreo de los
víveres,
pertrechos
i
bagajes
del

lo

ejército por
medio de
carros,
como se
practica
en Euro
pa
i
podria practicarse
en
Chile,
era
inaplicable
a los
caminos del Perú. Los caminos carreteros
faltaban
a me
nudo,
i cuando los
habia,
se hallaban
interrumpidos
por
barrancos
o rios
que paralizarían
la marcha
de los con
voyes
.
Se
optó, pues, por
el acarreo a lomo de
muía,
i
aunque
el
trayecto
que, según
el
plan
de
campaña,
debia
recorrer
por
tierra nuestro
ejército,
era
corto,
el acarreo
del vastí
simo material
que exije
la
guerra
moderna
para
un
ejér
cito de
25,000
hombres,
i los víveres i
aguada para
ese
mismo
ejército
en
país
totalmente
destituido
de
recursos,
todo esto
exijia
un
cuerpo
de
bagajes que para
otros
paí
ses
pareceria
exhorbitante.
La Intendencia
Jeneral,
eficazmente
ayudada por
la So
ciedad
Nacional de
Agricultura,
contrató
con
tiempo
un
considerable
número de arrieros
peritos
i avezados
a los
duros
trabajos
de su
oficio,
i
por
medio de la misma So
ciedad
i de los señores Intendentes
de
Aconcagua
i Co
quimbo,
pudo comprar
i remitir al norte cuantas muías
aperadas
fueron
necesarias.
En el momento
de moverse el
ejército,
el sañor Jefe de
Estado
Mayor pidió
800 malas i
luego
200
mas, que
fue-
ron reunidas
i enviadas en una
semana,
habiendo
quedado
como doscientas
en Arica
por
no ser
indispensables
i no
poder
ser
trasportadas
.
La cantidad de animales
que
necesitó el acarreo de
per
trechos del
ejército podrá
calcularse,
sabiendo
que
el nú
mero de arrieros
encargados
de su
cuidado, presentes
en
las batallas
de Chorrillos
i
Miraflores,
fué
251,
fuera de
bus
jefes
;
i sus servicios
podrán
ser estimados sabiendo
que
seis
quedaron
en el
campo
de
batalla,
i no
pocos
han
k
^

16

sucumbido
mas tarde
por
los accidentes de la
campaña
o
las enfermedades
contraidas en ella.
En estos números no se han
comprendido
el servicio
anexo a las
ambulancias,
de
que
hablaré mas
adelante,
ni
el
especial
de la
Artillería,
que
tenia sus
propias
acémilas.
El
precio
medio de las muías
compradas
ha sido de
S
39.10.
La remonta de la caballería en
campaña
i la
provisión
de caballos a los
cuerpos
de artillería i caballería
que
se
organizaban para
la
campaña
sobre
Lima, puso
a
prueba
los recursos del
país
a este
respecto;
i el resultado vino n
manifestar
que,
sin esfuerzo mui considerable i sin sacrifi
cios mui
grandes
de
dinero,
el
país
ha
policio
abastecer
a su
Ejército
durante toda la
campaña,
con caballos de
mui buena calidad i a
precios
moderados.
La Sociedad Nacional de
Agricultura, que
ha sido la
principal compradora
de caballos
por encargo
de esta ofi
cina,
ha
comprado para
el
Ejército
4.354 caballos a un
precio
medio de
$
33.77;
de esta caballada se envió a la
frontera
araucana,
cuyo
servicio tuvo
que
atender la In
tendencia Jeneral
por
la
urjencia
del
caso,
992 caballos.
Al hacerme
cargo
de la Intendencia
Jeneral,
en
agosto
de
1879,
encontré establecida en el norte una
Delegación
servida
por
uno de loa secretarios
que
en esa
¿poca
tenia
esta
oficina;
i
cuyas
atribuciones, bastante limitadas en el
hecho,
no estaban bien definidas
por
el acto oficial
que
ln
habia establecido. En mi
primer
viaje
al
norte,
durante la
campaña
sobre
Tacna,
en
que
la
Delegación
se hallaba ser
vida
por
el señor coronel don
Gregorio
Urrutia, pude
ob
servar
que, apesar
de haberse dado un carácter
mas defi
nido a esa sucursal de la Intendencia Jeneral
i de haber
ido ensanchando
su esfera de acción i dotándola
de me
dios de
ejercitar
ésta,
todavía adolecía de defectos
capita
les
que
no
podían
tener otro remedio
que
borrar todo lo
existente i
organizar
de nuevo i
bajo
base
completamente
diversa,
el servicio.
Una medida tan
grave
i trascendental no
podia adoptar
se en esos
momentos;
pero después
de tomado Arica era
ya oportuno,
i acordada la marcha sobre Lima era
impres
cindible.
El activo e
intelijente Delegado
tenia,
por
otra
parte,
que dejar
su
cargo para
reasumir
su
puesto
militar,
i era
necesario
nombrar un nuevo
Delegado.
Después
de buscar con cuidado la
persona que
debia
tomar a su
cargo puesto
tan
importante,
delicado i
difícil,
nombré
Delegado
de la Intendencia
Jeneral en el
Ejército
Espedicionario
a don
Hermójenes
Pérez de
Arce,
que
de
jaba
un
puesto
al frente de la administración
de una
pro
vincia,
i
que por
su versación
administrativa i
por
sus
dotes
personales,
me
pareció
adecuado
para
el
cargo.
Tuve
la fortuna de
proceder
con
acierto,
i me
hago
un deber en
declarar en este
lugar que
a la
perseverante
e
intelijente
enerjía
del señor Pérez de
Arce,
debe en mucha
parte
el
Ejército
el servicio casi
perfecto que
en el ramo de Inten
dencia ha tenido en la última
espedicion.
Al
entregar
al nuevo
Delegado
su
nombramiento,
se
formó también
un nuevo
plan
de
organización
de su ofi
cina,
con una numerosa
planta
de
empleados
i se
procedió
a
nombrar con su acuerdo o a
propuesta suya,
el vasto
per-
k
^
-
18
-
Bonal
que
debia
cooperar
con él en el
cumplimiento
de su
cometido.
Como base
principal
del nuevo
plan,
tomé la de la se
paración
completa
i absoluta del ramo de contabilidad i
administración
de
fondos, que quedó
a
cargo
eselusivo de
la Comisaría
del
Ejército Espedicion
ario,
de los demás
ramos confiados
a la
Delegación.
Asi,
pues,
los almacenes
de
víveres, forraje,
vestuario i
equipo, que
antes corrían
a caro-o de la Comisaría
como oficina de cuenta
i
razón,
fueron
desprendidos
de ella i
pasaron
a
quedar
bajo
l;i de
pendencia
directa i la administración
de la
Delegación,
que
asumió entonces
el carácter de oficina de cuenta
i ra
zón de las
especies
enviadas
al
Ejército,
en vez do ser co
mo antes la
simple repartidora
de esos artículos,
Esta
medida,
al mismo
tiempo que
descargaba
al co
misario de funciones i cuidados
incompal
Hiles casi con sus
deberes de administrador
de los fondos
de un
Ejército ya
mui
numeroso,
facilitaba notablemente
el
servicio,
evitan
do trámites inútiles i haciéndolo
mas
rápido
i
oportuno
i
por
tanto mas eficaz.
El servicio nuevamente
organizado
debia
tener,
ade
mas,
facultades
mas lata} i cierta libertad
de
acción,
de
Btierte
que pudiera,
en
cualquiera
emerjencia, por impre
vista
que fuete,
contar con los medios
necesarios
para
atender a sus
múltiples
i variadas tareas,
Kl
servicio,
tal como
quedaba
organizado,
tenia
a su
cargo:
el abastecimiento
de víveres i
aguada,
vestuario
i
equipo
del
Ejercito;
el
forraje
de las
caballerías;
el em
barque
i
desembarque
de todo el material del
Ejército
i
su distribución en los
trasportes;
el
arreglo
i abasteci
miento de éstos eu cuanto
fuere
necesario;
la
guarda
i
contabilidad de todos los efectos
que
se remitieren
para
el
-
19
-
Ejército;
la celebración de contratos
para
el abastecimien
to del
Ejército
acantonado en territorio
enemigo;
el ■ser
vicio de correos del
Ejército
i
plazas ocupadas,
servicio
que
hasta hoi se continúa con tanta
regularidad
como no
table economía
para
el
fisco,
apesar
de haber sido
ensaya
do
por primera
vez entn nosotros durante esta
guerra.
A estas funciones
principales
se lian ido
agregando
suce
sivamente muchas otras a medida
que
el servicio lo ha
ido
exijiendo,
entre ellas el
acopio
del material
enemigo
que
se ha remitido a
Chile,
la venta de
buques enemigos
encontrados en el
Callao,
etc.
Por decreto de 4 de octubre de
1880, aprobado por
el
Supremo
Gobierno con fecha 26 del mismo
mes, quedó
organizada
la
Delegación
de la Intendencia Jeneral en es
ta forma:
Un
Delegado
1er-
jefe
Un secretario
Un
jefe
de contabilidaJ
,
2.°
jefe
Un tenedor de libros
Cinco oficiales de número
Tres
guarda-almacenes
Seis
ayudantes
de id.
Tres
proveedores
de División
Veinte i cinco id. de
Rejimiento
Un
jefe
de embarcadores
Un
segundo
de id.
Seis
ayudantes
de id.
Un administrador de correos
Dos
ayudantes
de id.
Este
personal
recibió a su
partida
instrucciones
preci
sas sobre las funciones
que
a cada cual
correspondían,
k

20

reglamentando
hasta donde era
posible
el
servicio,
pero
dejando
siempre
al
jefe superior
la suficiente libertad de
acción
para
modificar
lo establecido
según
las circuns
tancias.
Entre los anexos
se encuentran
copiados
el decreto de
4 de octubre
i las
disposiciones que
lo
complementaron.
Como
se habia
previsto,
estas
disposiciones
tuvieron
qne
sufrir alteraciones
en
la
práctica,
si bien no mui sus
tanciales;
i entre
ellas fué la
principal
la
supresión
de los
proveedores
de división
que
resultaron
ser un
rodaje
inú
til,
pero que,
con el título de
Inspectores
de la
Delega
ción,
fueron
encargados
de
desempeñar
funciones
impor
tantes cuando
el
Kj
rcito se dividía en cantono»
separa
dos,
como
sub-delegados
encargados
de
ejercer
en menor
escala i
bajo
las
responsabilidad
del
Delegado,
las funcio
nes
que
en el
conjunto
correspondían
a éste.
F.l nuevo
personal
de la Intendencia
zarpaba
de
\ al-
paraiso
el 11 de octubre
i
pocos
días
después
entraba
de
lleno en Arica a
desempeñar
sus funciones
en el momento
en
que
el
Ejército
se alistaba
para
moverse sobre Lima.
La
guerra, para
nosotros colosal,
en
que
el
país
se
vié
comprometido,
habia
sorprendido
a Chile sin
preparación
alguna,
no solo en lo
material,
sino en su
personal
i so.
bretodo en la
espcrlencia
de las
campanas.
El
país
ha
tenido,
pnes, qne aprender
el servicio
de la
guerra
mo
derna en toda su
complicación,
durante el desarrollo
mis
mo de la
campaña.
Xo es de
estranar, por
lo
tanto, que
todos
los servicio»
organizados
un
poco
al acaso
en el comienzo
de la
guerra,

21

hayan
tenido
que
ser sucesivamente
modificados
según
lo
ha ido
sujiriendo
la
esperiencia.
El servicio sanitario
tuvo
que
sufrir la suerte de los demás.
Después
de maduro
estudio,
de observar
cuidadosa
mente los resultados
dados
por
el servicio sanitario
del
Ejército
durante la
campaña
de
Tacna, pues
el
país
sabe
que
al marchar sobre
Pisagua
el servicio
fué abandonado
en
Antofogasta
i
Mejillones; después
de atender a esos
resultados, quedó
resuelta la
supresión
del servicio
reji-
mentario i concentrado todo
bajo
una forma civil en
cuatro
grandes
ambulancias
i un
hospital
volante.
Se habia observado
que
el servicio
rejimentario
no era
en
jeneral
bastante satisfactorio, especialmente para
aten
der a la
tropa;
i no
porque
el
personal
fuera
insuficiente,
sino
porque, desligados por
su
organización
de la
depen
dencia en
que
la ordenanza
militar coloca a los
cirujanos
de
cuerpo,
i
desprendidos
por
su servicio del
cirujano
en
jefe, cuyas
órdenes desobedecían
a menudo los
cirujanos
de
cuerpo,
alentados
por
los
jefes
militares
que interpreta
ban
equivocadamente
su
papel;
sucedía
que
esta
indepen
dencia en
que
cada
cirujano
se
encontraba,
se traducía en
abandono
de sus deberes
para
con la
tropa
i oficiales su
balternos,
en
relajación
del
servicio,
en
pérdida
de instru
mentos
i
medicinas,
en una
palabra,
en
completa
inefica
cia del servicio. Esto era lo
jeneral,
i las
excepciones
fue
ron
por
desgracia
mui escasas.
Ademas,
la
apariencia
militar del servicio sanitario de
cuerpos,
inducía a las autoridades
militares en error rela
tivamente
a sus atribuciones
a este
respecto;
i con frecuen
cia se encontró
esta Intendencia
Jeneral en el duro caso de
desconocer
nombramientos
de
cirujanos
hechos
por
auto
ridades
militares
sin derecho
alguno para
ello,
teniendo
í
1

22

aun
que
acudir
al
Supremo
Gobierno en demanda de am
paro para
el
cumplimiento
de órdenes
que
ella
espedía
en
un ramo
privativo
de su
jurisdicción
i
que
los
jefes
mili
tares
por
error desconocían.
Semejante
estado de cosas no
podia
subsistir, pues
el
desorden habia
llegado ya
a su colmo. Se
optó
entonces
por
un sistema
que pudiera garantizar
la
autonomía,
la
libertad de acción del servicio sanitario en el
Ejército,
con
medios
propios
de atender a sus
necesidades,
con
reglas
fijas
de
procedimiento,
i sin mas
sujeción
a las autorida
des
militares,
que aquella que obliga
a todo individuo u
cuerpo
residente en el territorio
ocupado por
un
ejército
en
campaña,
Procedióse,
de acuerdo con estas
ideas,
a
reorganizar
un servicio sanitario de ambulancias
completamente
ci
vil,
dotado de
2,500
camas,
servidas
por
el
siguiente
personal
:
I'I.ANA UAYUli
Uu
Superintendente
Un
adjunto
Un secretario
En estadístico
Un farmacéutico
mayor
Dos
ayudantes
Un contralor
jeneral
Un
ayudante
Un
carpintero
Un mozo.
AMBULANCIAS
Cuatro
cirujanos mayores
Veinticuatro id.
primeros
Cuarenta
i ocho id.
segundos
Cuatro
farmacéuticos
primeros
Cuatro contralores
Veinte
practicantes
de farmacia
Ciento
cuatro id. de
cirujía
Doscientos
ochenta mozos enfermeros
Veinticuatro
mozos de servicio
Diezinueve
arrieros i caballerizos.
HOSPITAL
VOLANTE
Un médico
jefe
Tres id.
segundos
Seis
practicantes
Un farmacéutico
Un
ayudante
de id,
Un contralor
Un
mayordomo
Un cocinero
Un lavandera
Veinticinco
mozos.
Total:
quinientos
sesenta i tres
individuos,
cuyas
atri
buciones
i deberes
se encuentran
en ¡a
parte correspon
diente de los anexos.
En ella se detalla también el vasto
i
completo
material
entregado
para
este
servicio,
que
fué
todo
nuevo al
reorganizarlo,
prescindiendo
del
ya
bastan-
te numeroso
que
se habia
entregado
a las ambulancias i
cirujanos
militares en la
campaña
anterior.
En el cuadro
anexo se
puede
ver las
injentes
sumas
invertidas
por
el Gobierno en este
servicio,
que
corres
pondió
mui satisfactoriamente
a las
espectativas
del
país.
Dotado de todo el material
espresado,
el
personal
de las
nuevas ambulancias
partía
de
Valparaiso para
el teatro
de la
guerra
en los dias 27 i 28 de octubre
de
1880,
para
entrar a
ejercitar
su
importante
i humanitaria misión
pocos
días mas tarde. Antes de
partir, quedó
establecida
la renovación
regular
de sus cantinas de
medicinas,
i cada
mes se han enviado al
lugar
donde el
Ejército
se encon
traba las facturas ordinarias de medicamentos
i los re
puestos
de material
i medicinas estraordinarios
que
las
necesidades del servicio t la salud del
Ejército
han ido
exijiendo.
11
Con el
propósito
de
dejar consignado algo que
sea como
la historia de las
operaciones
de la Intendencia
Jeneral,
me he estendido en la
primera parte
de esta
memoria,

que podría
llamarse el
período
de
preparación
de la
espe
dicion a
Lima,

en detalles
que
a veces me han
obligado
n entrar en
digresiones
a mi
juicio
no sin utilidad
para
el
porvenir.
Entro ahora en la
parte
referente a la
aplicación
de
esos
preparativos
a la
empresa que
el
país
acometía;
parte
en
que
seré lo mas
rápido posible,
a fin de terminar
con
algunas
ideas
jenerales que
la
esperiencia
de la cam
paña
me ha
sujerido.
US.
fué
testigo,
señor
-Ministro,
de las dificultades de
todo
jénero, algunas
mui
inesperadas,
con
que
se
tropezó
en el momento de
proceder
a embarcar
nuestro
Ejército.
Llegado
el momento de
organizar
la
partida,
pudo
no
tarse
que
muchos,
muchísimos
de los artículos
enviados
por
esta Intendencia
Jeneral
con el destino
esclusivo de
servir al
Ejército
en
marcha,
i
por
lo tanto
preparados
i
acondicionados
en una forma
especial,
habian sido dis
traídos
de su
objeto para
destinarlos al consumo inmediato
del
Ejército
en sus cantones.
Todo cálculo tenia
que
fa
llar
así,
o mas bien no habia cálculo
posible-,
i fué uno de
los
primeros
trabajos
del nuevo
cuerpo
de Intendencia
rehacer
todos los cálculos i
pedir
a esta oficina todo lo
que
ya
faltaba.
En esta
operación
de labor incesante i difícil
i sobre todo
apremiante,
tuvo
lugar
de
poner
en
ejercicio
su
intelijente
e
infatigable
laboriosidad
el nuevo
Delega
do señor Pérez
de Arce.
Los
pedidos
de última hora se hacían
incesantes;
i el
26 de noviembre,
cuando el
ejército
debia marchar
ya,
esta oficina
recibía,
no sin cierto asombro,
pedidos que,
a
haberse tenido
que
satisfacer,
habrían retardado indefini
damente el movimiento
del
ejército;
entre
otros,
uno del
Estado
Mayor
Jeneral
que,
a
parte
de muchos otros ob
jetos,
comprendía
mil cien caballos
i
muías,
con sus sillas
i
aparejos,
sables,
centenares
de
espuelas
i
ropa;
en
fin,
una cantidad
de artículos
que
sumados
llegan
a veintiséis
mil
objetos
diferentes.
Muchos
de ellos iban
ya
en
camino,
la
mayor parte
es
taban en el
Norte; pero
la falta
de
arreglo que
hasta en
tonces existia
en todo lo referente
al material en
poder
de los
cuerpos,
no
permitía
al nuevo
jefe
de Estado Ma
yor,
recien
llegado
al
Norte,
tener
idea cabal de lo
que
allí existia.
Nunca
insistiré bastante,
señor
Ministro,
en
i
■**
n

26

este
punto, que
ha
importado
no
poco
dinero
gastado
sin
necesidad, i,
lo
que
es
peor,
dado
márjen
a
abusos
que
hoi se
palpan ya
i
que
serán mui notables
cuando se vea
lo
que queda
del vastísimo armamento i
equipo
entrega
do al
Ejército,
i del cual no
poco
ha
quedado perdido
para
el Estado.
La
Intendencia,
que
rara vez
pudo
contar con el
auxi
lio ele las
tropas para
los
trabajos que exijian
un
numero
so
personal—escepto
en Pisco donde el batallón
Quillota
daba una
compañía
diaria

tuvo
que proceder
a
arreglar
los medios de embarcar el
Ejército
i su
material;
constru
yendo
al efecto un
gran
muelle en Arica,
Se hicieron eu los
buques
de vela los últimos
arreglos
exijidos por
la salud i comodidad de la
tropa,
i antes del
15 de noviembre contaba el
Ejército
con los
trasportes
cuyas
condiciones se
espresan
en
elsiguiente
cuadro;

27

La
Delegación
de la
Intendencia,
auxiliada con decisión
por
la
Comandancia Jeneral de
trasportes
i
por
el Estado
Mayor Jeneral,
comenzó a
hacer la distribución délas
fuerzas
que componían
el
Ejército Espedicionario,
en los
trasportes que
debian
conducirlos.
Esta tarea se facilitó
notablemente con la resolución
adoptada
en el
plan
de
campaña,
de enviar una división a
Pisco, que
desde allí debía marchar
por
tierra a las vecin
dades de
Lima,
i
conducir,
mientras esa
marchaba,
las
otras dos
divisiones
por
mar a un
puerto próximo
al tea
tro de las
operaciones.
En ese
concepto
se
comenzó el embarco de la
primera
división,
fuerte de
8,398 hombres, 1,636
caballos i mu-
las i 24
piezas
de
artillería,
con todo su material de cam
paña,
parque,
ambulancias i servicio de
Intendencia,
dis
tribuyendo
los víveres i
aguada
de manera
que
fuera fá
cil i
rápida
la
operación
del desembarco aun cuando tuvie
se
que
ser hecho al frente del
enemigo.
Los cuadros
que
van en
seguida,
manifiestan con toda
claridad la distribución i manera de
proceder
en el envío
de la
primera
División del
Ejército
Espedicionario;

""■(■:
¿
'.<■
^
I Cl
,,,,,!01-,
y

~T~ ,.
....
_, I_Lji-__

29

En
conformidad a esta distribución se habian
impreso
tarjetas
i
repartídolas
con
profusión
a todos
aquellos que
convenia
pudieran
en
cualquier
momento conocer los de
talles del
arreglo
de las
tropas
i víveres en los
trasportes;
medida sencilla
que
se
repitió
en los demás embarcos i
que
dio muí buenos
resultados.
Mediante todas estas
medidas,
que
no he creído ocioso
detallar
minuciosamente,
por
cuanto era un
ensayo qne
dio buenos
resultados",
en menos de dos dias estuvo em
barcada la
primera
división del
Ejército,
embarque mayor
que
todos los hechos hasta
entonces,
sin
tropiezo
de nin-
gun jénero
ni confusión
alguna,
sin
perder
un
hombre ni
un
caballo;
i el 15 de
noviembre
zarpaba
de Arica con
destino a Pisco donde cuatro dias
después
desembarcaba
con
igual felicidad,
mediante las activas obras hechas
pa
ra
reparar
el muelle
que
el
enemigo
habia
destruido en
parte.
Mientras
tanto,
continuaban
incesantes los
aprestos pa
ra e! embarco del resto del
Ejército,
segunda
i tercera
divisiones,
que
en
pocos
dias estuvieron
listas,
así como
de los medios de
trasportarlas.
Siguiendo
el
plan acordado,
que
tenia en mira evitar
basta donde fuera
compatible
con la
seguridad
del
Ejérci
to el formar
convoyes
excesivamente
numerosos,
se
apro
vecharon los
primeros buques
listos
para
embarcar en elins
la
primera brigada
de
lasegunda
División
{brigada Gana.)
Esta
brigada, que
marchaba como un refuerzo
para
lu
primera
División,
que ya
habia tomado
posesión
de Pis
co,
lea i otros
puntos
del interior donde se
proveyó
abun-
-
SO
-
dantemente de recursos a
espensas
del
enemigo, zarpó de
Arica el dia 27 de
noviembre,
habiéndose
empleado
en su
embarco,
que
no
presentó dificultad,
un solo
dia.
Los cuadros
siguientes manifiestan,
como en el
caso
anterior,
los detalles de este
movimiento:
^CüCB
O C3
l1*^-^
Sá.S-^W Q
H
=
l
Ndmevo
del
5
►D
5
a
.t
o
s.
«
L
<H
ll}tl
.„„.
-!■::■
te
-:,
?z£i~
lE £S
!
(
caballos)
-


=
™,
1^ lü
~
!
-| p
f
„„„,,.„
flll
ll
K
1
._
¿
s

bis
*p
a
■i i
s
—<-»!
i^t

K
;
J
-
-
I
..™»,.
\P
5
.
=
r.
s
„„,
!
gil
i
1
1

|fl |
-
í
-"
,, „
,
í
.„
-r
:
.. .
?
§
.,*..
t-
l
f
|i
g
:
r
.
:
=
„.,„
II
!
s-
;
i
~"

>m+

31

Era
aquel
un hermoso
espectáculo,
cuya
vista daba
bríos al
espíritu
i confianza
completa
en la victoria
que
había de coronar
nuestra
bandera,
que
en esos momentos
veíamos
orgullosos cobijar bajo
sus
pliegues
el
potente
esfuerzo del
país.
El
numeroso
convoi
navegó
con sin
igual felicidad,
sin
que ningún
accidente
viniera a turbar su
marcha,
fuera
del mui
insignificante
de la
alarma de
incendio dada en
uno de los
trasportes
de
vela,
alarma
que
solo sirvió
para
manifestar
que
todo estaba
listo
para
evitar
cualquier
si
niestro. No hubo
buque
estraviado ni
retrasado durante
la
marcha,
i
por
el
contrario,
habiendo
abandonado de
noche el
fondeadero los
últimos
buques,
el
amanecer del
siguiente
dia vio al
convoi en el mas
perfecto
orden.
Aquí
creo de mi deber
dejar
consignados
la valiosa
cooperación
que
la marina
prestó para
el
embarque
del
Ejército,
coo
peración que
realzó
con sus
acertadas
disposiciones
e in
fatigables
atenciones el
Capitán
de Navio don Juan José
Latorre.
El 22 de
diciembre fondeaba el
convoi en la
desierta
caleta de
Cliilca i
después
de los
reconocimientos del caso
Í en vista de las
dificultades del camino
que
debia reco
rrerse,
se
procedió
ese mismo dia a
reconocer las diversas
caletas situadas mas al Norte i se decidió hacer el
desem
barco
por
la de
Curayaeo,
comenzándose en la
mañana
del dia 23.

El
Ejército
se
encontraba
protejido pol
los
fuegos
déla
Escuadra,
pero
afortunadamente el ene
migo
no intentó estorbar esta difícli
operación.
Su
actitud
rlió
lugar
a
proceder
con calma
i,
mientras se echaba a
tie
rra las
primeras fuerzas,
se reconocía
nuevamente la costa
para
buscar los
parajes
mas
apropiados
a las
diversas
fue
-
ñas del
desembarco.

3*

La Artillería de
campaña
se
desembarcó,
para
ahorrar
camino,
por
la caleta de Pescadores
que
acortaba las dos
terceras
partes
de la distancia a Lurin. Por ahí mismo se
echó a tierra el material de las
Ambulancias,
mientras el
Ejército,
los víveres i
pertrechos
se desembarcaron
por
Curayaeo.
La
primera brigada
de la
primera
División,
al mando
del
capitán
de navio
Lynch,
avanzaba
por
tierra desdo
Pisco hacía
algunos
dias i vino a
llegar
a Lurin el dia ¿5.
Quedaba
entretanto en Pisco la
.segunda brigada
de esta
División i fué necesario enviar los
primeros vapores que
se
desocuparon para
traer las
tropas
de
que
se
componía
esa
brigada, operación que
se
ejecutó
con toda la
rapidez
posible
i sin
ninguna
dificultad.
Este convoi
llegó
a Pisco i desembarcó sin dificultad el
2 de diciembre.
Estas
fuerzas,
o la
mayor parte
de
ellas,
debian mar
char
por
tierra obrando en combinación con el resto del
Ejército,
tres
brigadas, que
debia marchar
por
mar;
fa
cilitándose así el desembarco del
Ejército por
la
previa
o
simultánea
ocupación por
tierra del
puerto designado pa-
esa
operación
de
guerra.
La
permanencia
de estas fuerzas en Pisco i sus vecin
dades,
no ofreció nada de notable en la
parte
de
que
me
corresponde
dar
cuenta;
como no sea la circunstancia
que
por primera
vez se
presentaba
durante la
guerra,
de vi
vir el
Ejército
a
espensas
del
país ocupado,
en vez de te
ner,
como en muchos
puntos, que
Sír nuestro
Ejército
el
abastecedor de
poblaciones que perecían
de hambre.
Debo,
sin
embargo,
hacer mención
deque,
mediante las
intelijentes disposiciones
del
representante
de la Inten
dencia Jeneral en ese
lugar,
don Alvaro F. Alvnrado i

33

que
constan de sus comunicaciones archivadas en esta
oficina,
el avituallamiento de las
tropas
acantonadas en
Pisco i el interior i de las
que
marcharon
por
tierra a
Luríu,
se hizo en el orden mas
perfecto
i sin
que
a nues
tros soldados faltaran ni aun las
legumbres
frescas i cuan
to
podia
hacerles mas llevaderas las
fatigas
de la
campaña.
Circunstancias
que
no son del resorte de esta memoria
introdujeron
alteraciones en el
primitivo plan
de
campa
ña;
fuerzas
que
se habia resuelto marchasen
por
tierra,
debieron ser reembarcadas
para
unirse al
grueso
del
Ejér
cito,
al mismo
tiempo que
se
agregaron algunos cuerpos
mas a los
designados primitivamente para
formar
parte
de la
Espedicion.
Estas alteraciones tuvieron naturalmente
que
hacerse
sentir en los
arreglos qne
la Intendencia Jeneral tenia he
chos;
i V. S.
pudo
ver de cerca las dificultades
que
na
cieron a última
hora;
el aumento de los medios de
pro
veer de
aguada para
una
porción
tan numerosa del
Ejér
cito í
para
los
caballos,
acémilas i
ganado
en
pié que
lo
seguían,
fué una de las mas
graves preocupaciones
de los
que
tenian a su
cargo
tan
importante
tarea.
Pero,
mediante el esfuerzo
común,
alentado
por
el ar
diente
patriotismo que
a todos animaba en esos dias
pre
cursores de tantas
glorias para
Chile,
se sobrellevaban
con ánimo
lijero
todas las
fatigas
i sinsabores de cada
instante,
i se vencían contrariedades
que
en otra cir
cunstancia habrian
llegado
a abatir
espíritus
mui enér-
jicos.
Dominado todo cuanto allí
representaba
a Chile
por

Si
esos
sentimientos, llegó
a vencerse en
pocos
días las na.
cientes
dificultades,
i los últimos dias del año de 1880
veian salir de Arica i
engrosar
sus filas en
Pisco,
el con
voi mas
numeroso,
mas fuerte i
poderoso que
cuantos
hasta entonces surcaron el Pacífico,
El 15 de diciembre
dejaban
su
fondeadero de Arica
veinte i cinco naves i dos dias
después
fondeaban en
Pisco.
El detalle de las fuerzas embarcadas i su distribución
a bordo consta de los
siguientes
cuadros:
CUADRO de los
buques
i fuerzas
que componen
la última
espedicion.—
Diciembre 15 de 1880
!
§
i
M
i
!■=
§•
•c
„,„„..
m,.„„
=«.s^.,.s
jr
-"««
.„„.„
»™o,.,.„
::::;i-
;
,,.„,,
,„-,.
.
5
»„„™
^,.-.^.2
„.,„™,„.,
„,.,„
-°- —
*-l
_
"
i
' '
-,-3í-
__r_^jfi_^__!
J_|i[l?il;
jrj
-■""

1 1

.
"ÍISs-
Memorándum de la 3.'
Espedicion
al Jorte
,»,,,,,
primer
noment do la
llegada para
BüQl-EB qr
Wfaradaralos1
Lleva
víveres
pura
ocho dias en abun
dancia.
Tiene de lu anterior
cspcUitiou
sembarc 9 do la
a al
tiempo
del de-
tropn.—
Hai en este
(100 o mas fardos de
demás:
STtorÍrflTS
|
en
cajón
con doce
cojoncitos
velas do
pasto
d
por
el s
bon ch
vapores Lámar,
composición
i ademas 97'J ancos de
brillo
i
""
fardos de sacos.
rer"crram'ien™ld1e
zE
¡ÜTl 3 raíuos 800 to-
Pirrqtii
de la 2.- División.—Víveres i
Jupíeos, etc., etc.;
de
100
catres,
■imiinni-
Zrvrm(m'
¡
forraje para
ocho diaa.
u-.ii-,

carretones,
10 saco;
ta
8,
'
Juana
2, \
EIEISIOR
montun
,
Pisagua 5,
Co-
\
Viveros i
forraje para
ouho dias.
B'irnar
4, T.vwar
10,
Víveres i
forraje
como el anterior.
{Müto o,
co-
!
Viveros i
forraje
como el anterior. Ca
Üüntol
Lp>,b2':l
ballo» de los Jefe» de la División. eos
gal
arroje: Capiapó,
Ademas calculo
Lleva víveres en ahnndanciu
pan-.
1 ri.ru
n i
es
qne
llevan aai-
!■ -.:'

:
.r.:-.¡

,¡¡:'ls i :.,¡-:r,:,;
■ar
|
del
forraje
—i-i.--.-i..
volas
sebo,
30 id.
ja-
BL-QUU
q
Parque
w/Kctor,
Pariine
Bagajes
con sns
carretas, aparejos,
en-.. *
División:
está en Pisco.—
i-iicres ¡
tomije.—Parque
de la 3."
División.
Este
buq
¿"
2,"
Brigada
de la
¡
Lleva víveres
para 1,100
homlires du
„,
Parque
de la
rante ocho dias.

Ademas víveres
pa
ra
14,000
hombres
pora
nn
dia,
los
PUPÚ
namita, pólvora,
ende., deben desembarcarse en el ma~"
dennos.
^^
-
35

En el acto se
procedió
en Pisco a embarcar las fuerzas!
que componían
la
primera brigada
de la
segunda
División,
que
constan de! cuadro de sn envío de Arica a Pisco.
A las veinte i cinco naves
que
formaban la tercera es
pedicion,
se
agregaron
allí el
Paquete
de Maule
cargado
con material de Ambulancias i llevando una
parte
del
Personal Sanitario del
Ejército,
los
buques
de
guerra
Ma
gallanes
i Abtao i los-
trasportes
Carlos
Roberto,
Luis
Cousiño,
Inspector, Elena,
Ilamino i Elvira Alcarez
que
tomaron a bordo las
tropas
de la mencionada
brigada
con
su material i animales de servicio. Pudimos entonces
contemplar
con el mas
justo orgullo,
el convoi de treita i
cuatro naves
que
llevaba
consigo
la suerte de tres nacio
nes i la
gloria,
la fortuna i el
porvenir
de Chile.
En virtud de tas órdenes dadas fueron
despachados
de
Arica a Pisco i de
aquí
a
Curayaeo
los
buques
Federico i
Valdivia,
que llegaron oportunamente
con su
cargamento
de seiscientas muías de
carga.
En la misma forma fueron
despachados
i arribaron su
cesivamente los
buques
Union, Isabel, Dario, Colcura,
Vi
talia i Bice
completamente cargados
con víveres i forra
jes.
Acordado el establecimiento de un
campamento
en
Lurin mientras se reunían las fuerzas de la l.1 división al
grueso
del
ejército
i mientras hacia ¡.'stc sus últimos
apres
tes
para
marchar al
ataque
del
ejército enemigo,
se
procedió
a establecer en tierra almacenes endonde los víveres i
pertrechos
estuvieran a cubierto de todo
peligro,
i comen
zó el acarreo diario de los abastecimientos de
todojénero
destinados a las fuerzas
que ocupaban
el interior.
Estas
operaciones
se llevaron a cabo sin
dificultad,
i
con orden i
celeridad,
mediante el eficaz i entusiasta tra>
-
36
-
bajo
del comandante de
equipajes, que
me sirvió de
po
deroso ausilio en
aquellos
momentos. El servicio de
pro
visión no ofreció nada de Dotable en el
campamento
en
Lurin; aprovechando
el
tiempo
la Intendencia
para
hacer sus últimos
aprestos
mientras el
ejército completa
ba los
suyos.
En las
primeras
horas de la noche del 12 al 13 de ene
ro de 1881 el
ejército emprendió
la marcha con todas las
municiones i
pertrechos para
la
gran
batalla
que
debia
darse ese
dia;
i cada soldado llevaba en su morral
víveres
para
dos dias.
Seguían
al
ejército
convenientemente
dis
tribuidas las municiones de reserva i las secciones de am
bulancia debidamente distribuidas con cada división.
Quedaba
establecido un
hospital para
enfermos
en el
campo
de
Lurin,
se
procedía
al
reembarque
del material
sobrante i destrucción de
aquello que,
no valiendo la
pena
de ser
embarcado,
convenia
impedir pndiera
caer
por
al
gún
evento en manos del
enemigo.
Loa
buques
recibian
orden de estar listos
para navegar
a Chorrillos
a la
pri
mera orden i el
Delegado
de la Intendencia
quedaba
en
cargado
de esa
parte
del servicio
mientras el
que
suscribe
marchaba
por
tierra con el
ejército
a
cargo
de los servi
cios
que
lo
acompañaban.
S'o me
toca,
señor
Ministro,
recordar
aquí
lo
que
fué
la batalla de
Chorrillos;
solo sí
dejaré estampado, para
galardón
de los
que
en el modesto
pero importante
scr-
vicio de Intendencia en todos sus diversos rumos
coopo-
raron a la acción de nuestro valiente
ejército
en ese dia
memorable, que
oí con viva satisfacción
i trasmití a todoH

37

los
que
se hallaban
bajo
mis órdenes las
palabras
de en
comio
que
esos servicios merecieron de V.
S.,
de los
jefes
del
ejército
i de los oficiales
estranjeros que
lo
acompaña
ban. En ese dia vimos
compensados
todos nuestros es
fuerzos el Intendente Jeneral i sus subordinados con la
satisfacción de
que
no faltaron las municiones a los
que
peleaban,
ni la asistencia a los
que
caian.
Entre los documentos anexos he considerado necesario
insertar el
parte
del
jefe
del servicio sanitario de nuestro
ejército,
(Documento
núm.
1)
al cual solo
agregaré
lo
que
ese
jefe
no
espresa,
a saber:
que
el
cuerpo
sanitario
tuvo muertos i heridos en la
batalla,
lo
que
es la
prueba
mas
evidente,
si
alguna
necesitaran los soldados
que
cayeron peleando,
de
que
el servicio sanitario no
faltó,
i
de
que
el señor Allende Padin fué activo i celoso como
jefe
i
abnegado
como médico.
El servicio de
bagajes contribuyó, por
su
parte,
al éxito
de la batalla con la
oportuna
distribución de municiones
a las
tropas que
se batían en
primera
fila,
i son
prueba
del
arrojo
de sus
empleados
los arrieros
que cayeron
en el
campo
heridos
por
los
proyectiles enemigos.
Al
emprender
nuestra marcha sobre el
enemigo
el dia
12,
quedó encargado
el
Delegado
de la
Intendencia,
señor
Pérez de
Arce,
de moverse en la mañana del dia 13 hacia
Chorrillos con el Itata i el
Huanay
i dos
buques
de vela
con víveres i municiones
para
hacerlos entrara Chorrillos
tan
pronto
como fuere necesario. Pasaron todo el dia
frente al
lugar
del
combate,
i no siendo fácil su entrada
ese
dia,
volvieron a
Curayaeo.
En la mañana del dia
14,

38

varios
trasportes
a
vapor
i vela Be
dirijieron
a Chorrillos,
comenzando desde
luego
a
descargar
víveres i municiones.
En la noche del dia 13 i
según
lo convenido con el Je
neral en
Jefe,
se ordenó al Comandante Jeneral de Ha-
gajes
enviara a Lurin las muías de
carga para
traer de
ahí las municiones
que
habíamos
dejado
en ese
lugar,
re
servando en Chorrillos ciento cincuenta
para
llenar las
necesidades
probables
i encontrarnos a cubierto de cual
quiera emerjencia.
Desde la mañana del día 15 se comenzaron a remitir al
ejército
cuantos víveres se
podia.
Esta
operación
se con
tinuaba aun a las dos de la tarde i una
tropa
de muías se
encontraba lista
para cargar
en el muelle de Chorrillos.
Rotos los
fuegos por
el
enemigo,
di en el acto la orden
de comenzar el acarreo de
municiones, que
no se inte
rrumpió
desde ese momento hasta la conclusión de la ba
talla,
llenando con
oportunidad
todas las necesidades.
Con la
sorpresa
i batalla de Miraflores
pudo apreciarse
prácticamente
la
ventaja
de tener bien distribuido el
par
que
en los
trasportes.
Bastó
enviar,
en medio de la ba
talla,
órdenes a
Chorrillos,
para que
el acarreo de muni
ciones comenzara con tanta actividad como
orden;
i el
ejeraitopudo
ser
provisto
de municiones de manera
que
ni la artillería ni la infantería carecieron de ellas un solo
instante.
Como en la batalla
anterior,
el servicio de ambulancias
se hizo con toda actividad i
acierto;
ei bien hubo
que
tro
pezar
con un número de heridos
superior
a todo cálculo
racional.
La Intendencia Jeneral tuvo
que agregar
a sus tareas
la
recepción
i envío de los dos mil i tantos
prisioneros
al
depósito
que
estableció en la IbI» de San
Lorenzo,
mién-

39

tras el Callao se
entregaba,
i al abastecimiento de víveres
¡
aguada
de ese numeroso
personal.
Ocupados
Lima i el
Callao,
se
procedió
a reembarcar
lo
que
se habia echado a tierra en
Chorrillos;
i el 18 a
medio
dia,
pudo
verse la hasta entonces desierta bahía
del Callao
ocupada por
nuestros veintidós
trasportes
de
vela i trece de
vapor,
ademas de los
buques
de nuestra
escuadra. Entre los
trasportes
de vela
figuraba
la barca
Herminia,
cargada
esclusivamente de dinamita i
pólvora
destinada a
trabajos
de
minas,
i todos losútilas e instru
mentos i
aparatos para
llevarlos a cabo. Son los
que
han
servido mas tarde
para
el desmantelamiento del Callao i
demolición de sus fortalezas.
Desde ese momento los
operaciones
entraron en una
vía mas normal i
regular.
Se
procedió
a desembarcar ví
veres i
pertrechos;
a
depositarlos
en almacenes en el Ca
llao i
luego
en
Lima;
a establecer en esta ciudad una su
cursal de la Intendencia con todo un
personal
de
emplea
dos i con instrucciones claras i
detalladas;
i finalmente a
atender las diversas i
multiplicadas
incumbencias
que
fueron
encargándose
sucesivamente a la Intendencia Je
neral,
como salvamento i remate de
buques enemigos
i re
colección i envío a Chile de los
despojos
tomados al
Gobierno del
Perú,
que
suman
4,700
toneladas distri
buidas en diez
buques
diversos,
i
comprenden
las ma
quinarias
de la fábrica de
pólvora,
factoría de Bella
Vista,
Escuela de Artes i
Oficios,
Observatorio astronómico
(que
no estaba
montado)
mas de cincuenta cañones de
grueso
calibre,
entre ellos dos de a
mil
libras,
tres mil fusiles.
cañones i ametralladoras de
campaña,
i unacantidad enor
me de
proyectiles
i
municiones de todas
especies.
Esta
carga
ha sido a su turno distribuida
por
la Intendencia
Jeneral,
a medida
que
iba
llegando,
conforme a las órdenes
del Gobierno.
Xo creo fuera de
lugar,
i antes bien lo
consigno
como un
dato curioso i
satisfactorio,
el cuadro
siguiente que
mani
fiesta los víveres i
equipo
con
que
los almacenes de la
Intendencia
llegaron
al
Callao, después
de haber atendido
id abastecimiento de un
Ejercito
de
25,000
hombres i sus
anexos durante mas de un
mes,
al través de desiertos i de
centenares de millas de
navegación.

aquí
ese cuadro:
Bueyes
IN7
Charqui
2258 líos
Fréjoles
(¡7:¡,">
sacos
Frangollo
510 id,
Arroz
644 id,
Galletas ] r>7 1 id.
Harina flor 1003.1
qq,
Id toBtada
410 sacos
Grasa
1(395 barriles
A
j
í
54 sacos
Sal
;i08 id.
Azúcar blanca 25 id.
Id
prieta
558 id,
Café
389 id.
Pasto
143^0 fardos
Cebada
, 10053 sacos
VESTUARIO I
EQUIPO
Blusas 66
cajones
Pantalones 112 id,
Botas 97 id,
Calzoncillos
25 id.
Camisas
24 fardos
Kepies
44
cajones
Morrales 94 fardos
Mantas
91 id.
Caramayolas
40
cajones
Portafusiles 3 id.
Portacapotes
10 id,
Equipos
varios 226 id.
En cuanto a municiones seria mui
largo
detallar las
que llegaron
al Callao. Diremos en
globo que pesaban
500
toneladas,
fuera de 100
toneladas,
mas o
menos,
de
dinamita, pólvora, guias, estopines
i herramientas
para
mi
nas.
Oí denada la
ocupación
de diversos
puntos
del norte
del
Perú,
las
espediciones
militares
despachadas para
esos
puntos
han ido
acompañadas
de los
respectivos
servicios
de Intendencia i
Ambulancia;
i se les continúa atendien
do hasta la fecha sin dificultad.
Se estableció también un nuevo
hospital
militar con
personal
i material
completo
en el
punto
denominado
la
Chosica, que por
su elevación ha
probado
ser mui
apro
piado para
el restablecimiento de los numerosos soldados
de nuestro
Ejército
atacados
por
las fiebres interminentes
i demás enfermedades endémicas
de la costa.
*
Mientras en el norte se desarrollaban los
importantes
acontecimientos
que pusieron
fin a la
campana
activa,
la
oficina de
Valparaíso,
encomendada mientras tanto al
laborioso e
intelijente
Comisario
jeneral
señor Merino Be-
navente,
continuaba haciendo remesas al
Ejército
de
cuanto se le
pedia
o se
preveía que pudiera
haber sido
consumido o destruido
por
la
campaña.
Se
hacian,
pues,
incesantes envíos de
víveres, vestuario,
equipo,
carbón,
medicinas,
etc.
El
siguiente
cuadro manifiesta el vestuario i
equipo
enviado al norte desde el 1." de enero al 30 de
junio
del
presente
año,
i recibido
por
el
Ejército después
de las ba
tallas de Chorrillos i Miraflores.
VES'ITAHIO
Blusas de
paño
14.600
Dolmnns de id 756
Pantalones de id 20.266
Kepies
de id 14.368
Blusas de brin
34.(11(1
Pantalones de id 34.76'J
Id de
pana
de
algodón
4.684
Kepies
de brin
14.565
Mantas i frazadas 14.789
Camisas
51.244
Calzoncillos
33.350
Botas
1 ll. 13il
Total de
piezas
281.160

43

EQUIPO
Caramañolas 13.171
Correas
para
id 4.750
Morrales
para tropa
10.250
Porta
capotes
4.800
Fundas de fusil 1.300
La
gran
cantidad de heridos resultantes de las san-
grientas
batallas dadas a las
puertas
de
Lima, obligaron
a crear nuevos
hospitales
en el sur. La Intendencia Je
neral estableció en
Valparaíso,
a mas del de la Providencia
establecido al
principio
de la
campaña,
el del Carmen,
dotado con 400 camas i
que
sirvió no solo a los heri
dos sino a los nuevos enfermos remitidos del
Ejército.
Al mismo
tiempo
remitió cuanto los intendentes de Ata-
cama i
Coquimbo pidieron
en medicinas i útiles
para
los
hospitales
de
sangre
establecidos en esas
plazas por
au
toridades i vecinos con tanto
patriotismo
como deci
sión.
Terminada la
parte
activa de la
campaña,
i
regresada
del norte una
parte
del
Ejército para
ser
licenciada,
ha
comenzado
para
esta oficina un nuevo
jénero
de
trabajos
que
no es el menos difícil i laborioso : la
liquidación
de
cuentas i el
ajuste
i
pago
de los
cuerpos,
En cuanso a lo
primero,
tendrá
que
marcharse lenta
mente,
pero
concierta
seguridad;
i,
mediante la laborio
sidad de las comisarías sucursales de la
jeneral
i el siste
ma establecido desde su
principio,
ese
trabajo
no ofrece
rá dificultades
insuperables.

44

No
digo
lo mismo
respecto
del
ajuste
i
pago
de los
cuerpos.
Han abundado tanto las causas de
perturbación
para que
esa contabilidad se
haya podido
llevar con la
exactitud
necesaria,
que
al
palpar
hoi los inconvenientes
i dificultades con
que
a cada
paso
se
tropieza
no hai mo
tivo
para sorprenderse
mucho,
Desde
luego
hemos visto
pasar
nuestro
Ejército por
una serie de transformaciones en
plena campaña:
de ba
tallones de cuatro
compañías,
a batallones de
seis;
de bata
llones a
rejimientos
de ocho
compañías,
i de
rejimientos
a batallones de seis
compañías.
En
seguida
los
cuerpos
no
han tenido una
pauta
uniforme
para
considerar a los in
dividuos heridos o enfermos: unos los dan en sus listas
como
presentes,
otros como ausentes nen el
sur»,
otros
en
hoBpital,
otros los daban de
baja;
i esos soldados vol
vían al Bervicio unas veces a los
piquetes,
es
decir,
a bu
mismo
cuerpo,
otras a los de
depósitos.
En
seguida
son
causa de
gran perturbación para
los
ajustes,
los descuentos
que
se tenian
que
hacer
por
mesadas
impuestas por
la
tropa,
de las
que
venia el aviso de
suspensión
jeneral-
mente mucho
después
de haber
dejado
el
asignante
de
formar
parte
del
cuerpo;
í como la
asignación
se
cargaba
a
éste,
resulta
que
al hacer el
ajuste definitivo,
el
cuerpo
rechaza el
cargo.
A esto ha venido a
agregarse
la
suprema disposición
que
mandó dar de
baja
en su
cuerpo
a todo individuo
que
saliera enfermo o
herido;
lo
que,
si
por
una
parte propor
cionaba la
ventaja
de no llenar los cuadros con soldados
que
no
podían prestar
servicio
efectivo,
por
otra
parte
ha sido
orijen
de confusiones en los
cargos provinientes
de los sueldos i
asignaciones
de esos
individuos,
cuya
ba
ja
en el
cuerpo
no se conocia con la necesaria
oportunidad.

45

Finalmente,
los datos
que arrojan
las listas de los cuer
pos
i del estado
mayor
no son
siempre
bastante
exactos,
hasta el
punto
de
figurar
como
muertos,
soldados
que
después aparecen
en otro
cuerpo.
Todo esto
acusa,
señor
Ministro,
un
profundo
desarre
glo
en cuanto se refiere a contabilidad i a economía inte
rior del
ejército;
i si no es cosa
para sorprender
ni
para
culpar
a
nadie, pues
es la consecuencia natural de un ar
mamento
repentino, para
el cual el
país
no estaba
prepa
rado ni menos
organizado,
es sí
digna
de tenerse mui en
cuenta
para prevenir
su
repetición, preparando
durante
la
paz
la
organización que
la
esperiencia
ha
sujerido
al
país,
Con este
propósito,
i como anexo a esta memoria
(Do-
mentó núm. 2
)
someto a la consideración de US. un
pro
yecto para
establecer en el
ejército
el sistema de contado
res de
cuerpo,
como existen en la armada i como existen
ya
en todos los
ejércitos europeos.
Estos
empleados
civi
les de
contabilidad,
cuya responsabilidad
seria
garantida
por
fianza,
i
que
no tendrían
ningún
servicio
que
los dis
trajese
de sus deberes de
contador, podrían
tener
siempre
en orden i
arreglo
cuanto se refiere al movimiento e in
versión de fundos de sus
cuerpos respectivos, poniendo
término al funesto sistema de
cajas particulares
de cuer
po,
i libertando a los
jefes
militares de
trabajos
i res
ponsabilidades
tan
ajenas
a su oficio como a su educa
ción.
Estos contadores
dependerían
de la Comisaría
Jeneral,
ante la cual rendirían sus cuentas en las
épocas que
loa
reglamentos determinasen,
i en una forma
análoga
a lo
establecido con tan buen éxito
para
la
contabilidad,
mas
complicada,
de los
buques
de la armada,

46

En cuanto a la
organización,
en una forma
permanen
te,
de la Comisaría Jeneral del
ejército
i
armada,
me li
mitaré a
reproducir
a US. lo
que
sobre este mismo asun
to decia en mi Memoria del año
próximo pasado,
i
que
era lo
que sigue:
«Aleccionado
por
la
esperiencia
i convencido de ln
importancia
de no
perder
en la
paz
los resultados
qne
n
tanta costa se están obteniendo en la
guerra,
creo
que
convendrá mantener
siempre
con un carácter estable la
actual Comisaría Jeneral i confiar a su administración
todos los asuntos económicos
que
se relacionan con el
Ejército
i
Armada;
pues
ella debe ser
para
el Gobierno
el centro común donde se reúnan todos los valores i
dispo
siciones administrativa.'' de estos dos
importantes
ramos,
i
ella también la
que,
teniendo a su
cargo
los almaceneB de
especies
i abastecimiento
jeneral
de ambos
departamentos
i su cuenta i razón en toda la
República,
debe
presetilar
a la administración del Estado un cuadro
completo
de
cuanto se
refera
al
Ejército
i Marina en
jeneral
i a cada
euerpo
o
buque
en
particular,
i De este modo la tarea del Gobierno se hará fácil i es-
pedita,
i en vez de acudir a distintas oficinas i entrar en
relación con diversos funcionarios
para
conocer el estado
de nuestras fuerzas de mar i
tierra,
los
gastos que
éstas
orijinen,
la cantidad i valor de las
existencias,
la
impor
tancia de nuestros
encargos
al
estranjero,
en una
palabra,
lo
que
tenemos i
aquello
con
que podamos
contar en un
momento
dado,
acudirá a la
Comisaría,
Í ella
podrá
darle
estos datos i mantenerle al corriente de cuanto desee sa
ber con la
exactitud,
prontitud
i acierto
propios
de una
contabilidad
jeneral
i bien
organizada.»
El balance de la Comisaría Jeneral
(Documento
núm,
3)
demuestra
que
esta oficina ha tenido un movimiento
desde su fundación hasta la fecha de esta Memoria de
26.224,075
pesos
82 centavos. Como se
verá,
aparecen
dos cuentas
que,
tomadas en
conjunto,
forman el movi
miento de la oficina. Esta división es de orden en la
contabilidad i está en relación con las autorizaciones
gu
bernativas.
Bajo
el rubro «Sección
Local»,
se
comprenden
todos los
pagos
hechos en virtud de autorizaciones del
presupuesto
a
especiales
del
Gobierno,
mientras
que, bajo
el rubro «Intendencia
Jeneral»,
se encuentran los hechos
en virtud de la autorización
jeneral
concedida a esta ofici
na
por
su decreto de creación.
Creo inútil entrar en
esplicaciones
sobre el
gasto
hecho
en cada uno de los ramos atendidos
por
la Intendencia.
La existencia de
7.847,830
pesos
21 centavos está
espe
cificada en detalle en su
capital especial.
En un cuadro anexo
(Documento
núm,
4)
se demues
tra el
ajuste
formado a los
cuerpos llegados
del Xorte el
dia 11 de marzo i en otro
(Documento
núm.
5)
se hace
un cálculo de
loque
se adeuda hasta el 30 de
junio
a los
cuerpos que quedan
en el Xorte. Estos anteceden
tes darán a US. una idea de lo
que^
ha costado al
país
el mantenimiento de su
ejército.
Para
que
el dato
fuese
completo
se necesitaría el resumen de los
gastos
hechos
por
diversas oficinas de la
República,
en la forma
ción de los
cuerpos
i su sostenimiento antes de su salida a
campaña.
Conocidos los valores invertidos en los diversos itema
que comprende
el documento núm.
3,
creo conveniente
detallar las cantidades de las
principales especies que
se
han
comprado
con esos
valores,
agregando
en ellas las
recibidas en el carácter de
donativos,
las
que
han venido
_
48

a esta Intendencia Jeneral
procedentes
de otras oficinas
fiscales i
ajentes
de Chile en el
esterior,
las
entregadas
para
el uao del
ejército
en
campaña
i del
interior; i, por
último,
las existentes en almacenes con un valor
aproxi
mado;
todos estos datos se consultan en el documento
núm. 6.
MARINA
Las necesidades
siempre
crecientes de los
buques
de la
armada i
trasportes
del
Estado,
han sido una de las
prin
cipales
atenciones de la oficina mi
cargo.
Organizadas
las oficinas de
Marina, especialmente
la
Comandancia
Jeneral,
para tiempos
normales,
sus atribu
ciones son mui limitadas aun
para
el mismo servicio or
dinario. Bien
poco puede
hacer
por
sí;
carece casi de
iniciativa;
i aun
pava
tomar medidas
que
son reclamadas
con
urjencia,
tiene
que perder
un
tiempo precioso
en
épo
ca de
guerra,
en consultar i
pedir
autorizaciones.
Inspirado
en el deseo de
que
el servicio fuese tan
rápi
do i
oportuno
como las circunstancias lo han
requerido
duraule la
campaña,
i con el
beneplácito
del Gobierno i
de acuerdo con las mismas autoridades de
Marina,
esta
Intendencia Jeneral fué
poco
a
poco
absorbiendo todos
los ramos del servicio de ia
Armada, aunque por
el
plan
de creación de la oficina solo le
correspondían
los de
equi
po personal
i avituallamiento de las
tripulaciones
de la
escuadra de
operaciones.
Las facultades mas latas de esta Intendencia Jeneral i
mas
que
todo la confianza con
que
me honró el
Supremo
Gobierno
prestando
su
aprobación
a toda
indicación de
7
1
esta
oficina,
permitieron que
ella
pudiese
atender sin di
ficultad,
i confío en
que
con
provecho para
el
país,
cuan
ta necesidad
surjió para
nuestra flota de
guerra
i
traspor
tes durante la
campaña.
Para
mayor
claridad de esta
reseña,
dedicaré un
párra
fo
especial
a cada ramo del servicio.
PROVISIONES
DE VÍVKIIEL
lia sido atendido este ramo
procurando
atenerse en
cuanto lo ha
permitido
la
campaña
a los
reglamentos
exis
tentes.
Así,
cuidó la Intendencia Jeneral de
que
la
provisión
de víveres secos no solo se mantuviera constantemente
completa
en los
buques
diseminados en el litoral enemi
go
en las
operaciones
del
bloqueo,
sino
que
fuera renova
da con
frecuencia,
a fin de evitar
que
las influencias del
clima
obligaran
a nuestras
tripulaciones
a consumir víve
res
que
no se hallaran en el mas
perfecto
estado,
Ademas,
con la frecuencia
posible,
enviaba a los bu-
oues
bloqueadoies ganado
en
pié,
con el
forraje
necesario
para
conservarlo durante
algun tiempo,
i
legumbres
se
gún
lo
permitia
la estación,
En cuanto a la escuadra
bloqneadora
del
Callao, apro
vechando la
posesión
de la Isla de San
Lorenzo, pudo
la
escuadra tener allí un constante
depósito
de
ganado
i fo
rraje que permitió
a las
tripulaciones
alimentarse
siempre
de carne
fresca,
i no consumir víveres
secos sino cuando
se
alejaban
los
buques
del
apostadero
en desem: efio de
alguna
comisión.
A esto se debe en no
pequeña
parte
el haberse man*

51

tenido en buena salud
tripulaciones que
han hecho una
campaña
tan ruda como el
bloqueo
del Callao con su ser
vicio tan
pesado
de rondas nocturnas.
Persiguiendo
la misma idea de evitar a las
tripulacio
nes toda
privación que
no fuera
imposible
de
subsanar,
la Intendencia celebró contratos en todos los
puertos
ene
migos ocupados por
nuestras fuerzas
para
el suministro
de ración fresca a los
buques
de
guerra que
a ellos
llega
ran,
en una forma
análoga
a lo
que
se
practica
en el De
partamento.
Es cierto
que
esta medida
imponía
sacrificios no esca
sos al
Estado;
pero
siendo la mente del Gobierno no ha
cer en este ramo ahorros
que pudieran
redundar
para
el
marinero en
privación posible
de ser
evitada,
la Iten-
dencia secundaba ese
propósito procurando
solamente ob
tener las
mejores
condiciones de
precio
i calidad.
La ración fresca de la Armada ha
costado,
por
término
medio,
los
siguientes precios:
En
Antofagasta
$
0.50
En
Iquique
0.50
En Arica 0.50
En
Valparaíso
cuesta al Estado... 0.32
La Intendencia Jeneral ha invertido en víveres desti
nados
especialmente para
la Armada
578,830
pesos
64
centavos;
i las autoridades de marina
por
su
parte
han
invertido en el mismo ramo
29,366
pesos
10 centavos. A
este total de
608,196
pesos
74 centavos habria
que agre
gar
el
importe
de los envíos estraordinarios de
ganado
he
chos a los diferentes
buques.
PROVISIÓN DE ROPA
Aunque
los
reglamentos vijentes cargan
al marinero
que
se
engancha
por
un año con el
gasto
de todo su
equi
po persona!,
no era
posible cumplir
de una manera
abso
luta esta
disposición.
Los
trabajos pesados
i sucios
que impone
el
carguío
i
trasbordo de carbón contribuían en
gran
manera a des
truir la
ropa
del
marinero, imponiéndole
gastos que
arras-
traban
con la
mayor parte
de su haber. Para evitar el
mal,
la Intendencia
creyó equitativo
suministrara
cada bu
que
un número
de
trajes
de
brin,
de los
que
ae hacían
pa
ra el
Ejército,
a fin de
que
sirvieran de
ropa
de
trabajo
a
bor-lo.
Esta
medida,
sin
imponer
un
gravamen
excesivo
al
F.stado,
era un
gran
alivio al
marinero, que
éste ha
recibido como un verdadero beneficio
i ha contribuido
a
mantenerlo
contento.
Por esta
experiencia
me
permito
snjerir aquí
la idea de
continuar en la vida ordinaria
i normul
esta
práctica
de
la
campaña.
I>urante
esta,
el
traje
de brin lia durado
por
h'-rmino
medio ocho
meses;
no siendo
por
lo tanto
exnje-
rado asignarle
un año do duración en
tiempos
normales.
Podria,
pues,
el Estado
suministrar
cada afio a los bu
ques
de la Armada nn
traje
de brin
por
individuo, tr;ije
que pertenecería
al
buque,
no al
marinero,
i
que
este
no
usaría sino en
aquellas
faenas en
que
fuere necesario.
Aparte
de
esto,
i
procurando
siempre
el
mejor
aervício
al mismo
tiempo que
favorecer
al
marinero,
hice encar
gos
a
Europa, por
medio
de una casa
respetable
de esta
ciudad,
de
paño?,
brin
blanco,
corbatas
de seda i demás
artículos
de consumo
de las
tripulaciones
de
guerra,

53

De esa manera
pude
suministrar a las
tripulaciones
artículos de
primera clase, iguales
en tocio a los en uso
en la marina real
inglesa,
a
precios
bastante
bajos; pues,
con ¡a autorización
suprema,
se
descargó
el
precio
de esos
artículos de la
mayor parte
del
importe
del
cambio,
comi
siones,
etc.
El Estado sacrificó una
pequeña suma,
pero
sus servi
dores
pudieron
libertarse de
esplotaciones
indebidas i
crueles,
KEI'AIÍACIOXES DE
BUQUES
Uno de los ramos en
que
mas
campo
de
trabajo
encon
tró esta oficina fué el de
reparación
de
buques
i
prepara
ción de los
que
se
adquirian para
el servicio.
Cuando las necesidades de la
espedicion
sobre Lima
hicieron necesaria la
adquisición
de los
vapores
Kielder
Castle,
Chile i
Payta,
como antes se ha
dicho,
fué necesa
rio
adoptarlos
al servicio a
que
se les destinaba a fin de
sacar de esos
buques
el
mejor partido pasible.
El
primero
de estos
buques,
venidos de
Europa
con
pertrechos,
fué fletado
por
un
viaje
i en
seguida adqui
rido
por
el Estado
por
el
precio
de
$
129,505.88.
Sin mas
que lijeros arreglos
en su
máquina
i en su iuterior
para
adoptarlos
al
trasporte
de
pasajeros,
ha
quedado
converti
do en un buen
trasporte cuyos
servicios han sido mui
ventajosos. Aunque pertenece
a la marina de
guerra,
se
le
mantiene
tripulado
como mercante
bajo
las órdenes du
un
piloto
de la
armada,
siendo así su servicio mas econó
mico i mas fácil en las
operaciones
de
trasporte
que
ae
le

54

encomiendan.
Hoi se
ocupa
en el servicio de carbonero no
solo de la
escuadra,
sino de los ferrocarriles del Es
tado.
El Chile necesitó
poco para quedar
convertido en exce
lente
trasporte
de hombres i animales. Puede llevar có
modamente
cien
pasajeros
de
cámara,
mil
quinientos
sol
dados i un considerable número de
animales, quedando
libres sus
espaciosas bodegas,
El
Payta,
si bien menos a
propósito para
el
trasporte
de
animales, puede
conducir dos mil soldados en un mo
mento dado. Este resultado se obtuvo mediante la
prolon
gación
de su
puente
o cubierta
superior,
obra
que
se
eje
cutó en
poco
tiempo
i con inui buen éxito
bajo
la in
mediata
dirección del comandante de Arsenales i del Cons
tructor Naval,
Antes de entrar en
servicio,
uno i otro
buque
recibie
ron
lijeras reparaciones
en su
maquinaria
i calderos i des
de
entonces,
confiados a
capitanes
de la
Compañía
Sud
Americana, laque paga
i alimenta su
tripulación
mediante
la suma de -S
6,000
al
mes,
i
organizados
como
buques
mercantes,
han
prestado
i
siguen prestando
mui buenos i
económicos servicios,
La Intendencia tomó también a su
cargo
la
reparación
de las
máquinas
de los
buques
Huáscar, Amazonas,
Cha
cabuco, O'Higgins, Aligamos
i otros
poniendo
a contribu
ción las maestranzas de la
Compañía
Sud Americana de
Vapores
i del Ferrocarril entre
Santiago
i
Valparaíso,
en
cuyos jefes respectivos,
señores Ivol i Walker ha encon
trado esta Intendencia Jeneral
cooperadores cuyo
celo,
intelijencia
i entusiasmo me
hago
un deber en recomen
dar;
debiendo
agregar que
durante la acefalia del
cargo
del
Inspector
Jeneral de
máquinas, puede
decirse
que
el señor

55

Ivol ha
desempeñado
las funciones de tal de la manera
que ya
he tenido ocasión de manifestarlo al Gobierno.
La suma invertida
por
esta Intendencia Jeneral en re
paraciones
de
buques,
desde su instalación hasta el 30
de
junio,
ha sido de
S
339,481.27
i
por
la sección local
3 808,811.39,
en
laque
se hallan
comprendidas
la
repara
ción del Huáscar
después
de
Angamos
i de la
Pilcomayo
después
de Punta Chocota. Hacen un total ambas
par
tidas de
S
1.148,292.66.
En
previsión
de necesidades futuras i aleccionado
por
la
esperiencia adquirida,
hice
encargo
a
Europa
de ciertas
piezas
i fierro
especial para reparación
de
maquinaria
de
los
buques
del Estado i
para
la construcción en el
país
de
nuevos calderos
para algunos
de ellos i
para
las lanchas a
vapor
de su servicio. He
dejado pedida
también a
Ingla
terra una nueva hélice
para
el
Angamos,
con
palos
de
repuesto, pues laque trajo
el
buque
se halla en mal es
tado,
Finalmente, encargué,
i vienen
ya
en
camino,
nuevos
calderos
para
el crucero
Amazonas,
cuyos
actuales calde
ros se hallan
ya
en el término de su
vida, que
el
trabajo
constante de la
campaña
ha
apresurado.
Para estos en
cargos
recabé
oportunamente
la
respectiva
autorización
suprema.
PROVISIÓN DE CAIiBOX
Se han mantenido
siempre depósitos
abundantes en to
dos los
puertos
de la costa a donde
podian
recalar los bu
ques
del
Estado,
como
Valparaíso, Coquimbo,
Caldera,
1

56

AntofagasUi, Iquique, Pisagua,
Arica i Callao. Al mismo
tiempo
se ha
procurado
enviar
cargamentos
can toda la
regularidad posible
a los
buques encargados
de comisio
nes
especiales,
como
bloqueos,
a fin de
que
los
deposites
de la costa sirvieran
principalmente
como recurso cstra-
ordinario o
para
rellenar las carboneras de los
buques
que
recalaban a esos
puertos,
Así,
el carbón no ha faltado en una sola
ocasión,
i mui
rara vez ha
dejado
de suministrarse carbón
ingles
a los
buques
de
guerra; apesar
de
que
la falta de
buques
en la
costa ha hecho difícil en mas de una ocasión este ser
vicio.
A medida
que
las necesidades se han ido
modificando,
la Intendencia
jeneral
ha
procedido
a la
enajenación
del
sobrante de sus
depósitos,
lo
que
se ha obtenido sin
pér
dida sensible
para
el erario. Hoi bolo mantenemos
depó
sitos en
Valparaiso, Iquique,
Arica i Callao,
El total invertido
por
esta oficina hasta el 30 de
junio
último en este ramo de
consumo,
asciende u
$ 1.138,
-155
84
centavos,
a lo
que
debe
agregarse, para
obtener el to
tal de la
campaña,
A
10,341.57 centavos,
invertidos en
carbón
por
la Comandancia
jeneral
de Marina al comien
zo de la
campaña.
Para terminar este
párrafo,
me
permito
encarecer la
conveniencia de establecer
pontones
carboneros eu Val
paraiso
i en el
apostadero qne
tendremos
que
mantener
en el norte
(Iquique
o
Arica),
a fin de economizar un
gasto
a lo m 'nos de dos
pesos
en tonelada de
carbón, oriji-
nado
por
el
desembirque
i
reembarque
de ese artículo.
Esos
pontones, que podrían
ser el Valdivia i la }fIraflo
rea,
serian abastecidos
por
el
trasporte Pisagua, que
ha
probado
.ser un carbonero cómodo i
económico,
i
que

57

puede trasportar
rail
toneladas,
mas o
menos,
en cada
viaje.
PROVISIÓN DE PERTRECHOS DE GUERRA I NAVALES
I MEDICINAS.
Aunque por
el decreto de
organización,
este servicio lo
reservaba el Gobierno
para
hacerlo
directamente; poco
a
poco
fué
encargándoseme
de la
recepción
de los
pertrechos
que
venían de
Europa,
como
queda
dicho en otra
parte,
i
luego
de la
entrega
de éstos i los demás
que
la Marina
iba necesitando.
El arsenal de
marina,
a
quien
incumbe inmediatamen
te este
servicio,
pasó
a
depender, bajo
este
respecto,
de la
Intendencia
Jeneral,
para
la
mayor espedicion
del serví-
ció,-
i solo
procedió
en la forma ordinaria
respecto
de los
buques'que
se encontraban en la
capital
del
Departa
mento.
Por lo
demás,
este servicio se hizo con toda
regulari
dad i conforme a Iob
pedidos
hechos
por
los
jefes respec
tivos,
supliéndose por compras
o
encargos especiales
lo
que
de este ramo no existia en los
depósitos
de arsenal.
En el ramo de
medicinas,
la única observación
que
creo
del caso hacer es el excesivo consumo de
algunos buques,
superior
a sus necesidades
calculadas,
i sin
que
los infor
mes sobre el estado sanitario de las
tripulaciones justifi
quen
ese
mayor
consumo. Otro tanto debo decir
respecto
de la
negligencia
con
que
en
jeneral
son conservados los
instrumentos
quirúrjicos
a bordo de los
buques
de
gue
rra,
al
punto
de haber tenido
que
renovar las
cajas
de
amputación
de
buques que
no habian tenido ocasión de
usarlas.
Este mal no
desaparecerá
mientras no se observe en
nuestros
buques
la
regla
establecida en las marinas euro
peas,
en
que
el
cirujano
tiene
obligación
de tener instru
mentos de su
propiedad, para
hacer el servicio.
Lo invertido en
pertrechos
navales durante la
campa
ña asciende a
S 042,725
31 centavos
pagarlos por
esta
oficina,
i
S 04,273
68 centavos
pagados por
las autorida
des de marina.
Como un dato curioso i
complementario
de esta
reseña,
hc inserta entre los anexos
(Documento
núm.
8)
un cua
dro detallado de lo
gastado
durante la
campaña por
cada
buque
de la escuadra.
Aunque ajeno
en cierto modo a la Intendencia
jeneral
el
reemplazo
de
tripulaciones
en los
buques
de la arma
da,
lo
que
de cerca he
podido
observar en esta materia
me induce a llamar la atención del
Supremo
Gobierno
hacia la conveniencia de
mantener,
dependiente
de arse
nales,
un
depósito
de marineros en uno de los
pontones
de
Valparaiso.
Ese
depósito, que
no
gravaría
en mucho al
erario, pues
seria
equivalente
a las
plazas que
hai
Biempre
de menos
en nuestros
buques,
seria una verdadera escuela de mari,
ñeros de
guerra,
de suerte
que
de él salieran los
que
de-

59

bian
completar
las dotaciones
de
reglamento
de nuestras
naves,
con conocimientos
i hábitos de
disciplina que
no
pueden
darse en los
buques
armados,
sin
perjudicial per
turbación de la
disciplina
severa
que
debe existir a bordo
de una nave de
guerra.
He
podido
observar esto cada vez
que
un
buque
ha
vuelto al
departamento, pues
al licenciar su
tripulación
de
enganche
vencido,
ha tenido
que
renovarla
para
salir
de nuevo a
campaña
con
jente
del todo
ignorante
en las
faenas marineras i de
guerra, por
no tener marineros de
que
echar mano. Es un error bastante
común,
pero
un
grave
error,
creer
que
la
jente que
se
engancha
en la
pla
ya
es
apta para
el servicio de
mar;
siendo
que
no son los
mejores
marineros de
guerra
los
que
han nacido a la ori
lla del mar en los
grandes puertos.
Esto me lleva a señalar una vez mas la necesidad de
proporcionar poderosos
alicientes al marinero
para engan
charse
por períodos
de mas de tres años. Xo
podia
verse
sin
pesar
abandonar el servicio a hombres
que
tenían un
año de
campaña, que
a costa de
grandes
esfuerzos de co
mandantes i oficiales se habian hecho buenos marineros
i
artilleros,
i
que
volvian a sus casas cuando recien co.
menzaban a
compensar
con sus buenos servicios loa tra-
jos que
habia
impuesto
su instrucción.
Para formarse idea cabal de los
perjuicios que
el siste
ma actual causa al
servicio,
bastaría
imajinar que
nuestros
batallones de línea cambiasen toda su
tropa
cada
año,
reemplazándola
con reclutas. I debe tenerse
presente que
es tarea mas
larga
formar un buen marinero
que
un buen
soldado de infantería.
Aun
bajo
el
punto
de vista de la
economía,
considero
que
los sacrificios
que
hiciera el Estado
para
fomentar los

60

largos enganches
estarían bien
compensados
con el me
jor servicio,
o mas
exactamente,
con el servicio efectivo
del verdadero marinero
respecto
del servicio casi nulo del
marinero bisoño.
Cuáles
pueden
ser esos
alicientes,
toca decirlo a las au
toridades del
ramo,
que
mas inmediatamente conocen la
índole del
marinero;
pero por
mi
parte
indicaría el au
mento
gradual
de sueldo i la
entrega
de
ropa
sin
cargo
para
el
marinero de
larga
contrata,
Llegado
al término de mi
tarea,
i abandonadas
ya por
mí las labores de la Oficina
que
el
Supremo
Gobierno me
confiara en momentos en
que
era necesario
apelar
al
pa
triotismo i buena voluntad de todos los
ciudadanos,
i aun
de
aquellos, que
como el
infrascrito,
habian vivido hasta
entonces
apartados
de lus labores
administrativas,
debo
dejar
constancia del constante
empeño
i buena voluntad
que siempre
encontré en to-'o el
personal
del
Ej"eutivo,
i
mui
especialmente
en los
que
tuvieron a su
cargo
el de
partamento
<\o ¡a
Guerra,
en la
capital
de la
República
o
en los
campamentos
del
Ejército,
Las
exijencías
de las
operaciones
bélicas necesitaron
que,
en nías: de una
vez,
lu Oficina de mi
cargo procediera
a tomar medidas de alta
consideración,
sin
poder dispo
ner del
tiempo
necesario
para
debatirlas i
consultarlas,
i
me es
grato consignar que
todos
aquellos
actos i la res
ponsabilidad que por
ellos
pudiera
emanar,
fué
siempre
aceptada
con toda voluntad
por
el
Supremo
Gobierno.
La
gran campaña que
hemos hecho
dejará
no
pocas
lecciones
para
lo
venidero,
en cuanto se relaciona din la
-
61

organización
del
Ejército
i Marina i de los servicios civiles
encomendados a esta Intendencia Jeneral. Los
reglamen
tos,
cuadros i
estados, que comprende
la
presente
Memoria
son,
a mi
juicio,
datos
que pueden
ser tomados en cuenta
cuando se
proceda
a dictar una leí
jeneral
de
reorganiza
ción de nuestro
Ejército.
Creo
por
tanto necesario
dejar
constancia,
al terminar la
presente Memoria,
de
que
la idea fundamental de esta In
tendencia,
que
le sirviera de base i norma
en.
todos sus
trabajos,
como le ha servido también de
eje
a los
proyec
tos e indicaciones
consignadas aquí,
es la de dar un carác
ter
independiente
i
propio
a todos i cada uno de los ser
vicios
que corresponden
a la Intendencia del
Ejército,
Esa
separación asegura independencia
i libertad de acción
i
permite
establecer a su debido
tiempo
una
responsabili
dad
espedita
i eficaz.
Por lo
que
a mi
atañe,
tengo,
señor
Ministro,
la satis
facción de haber
cumplido
estrictamente con mi deber.
Puede haberme faltado en
algún
momento la
preparación
o
intelijencia
necesarias
para
el
desempeño
de mi
puesto,
pero
no me ha faltado
jamas
el amor entusiasta i decidido
por
servir i
cooperar
a hacer llevaderas laa
penosas
em
presas que
la
patria
habia confiado al honor de nuestro
Ejército
i Armada.
Dios
guarde
a US.
Vicente Dávila Larrain.
Santiago, j
ulio de 1881.
DOCUMENTOS
DOCUMENTOS
Núm. 1.—Informe
pasado por
el
Superintendente
del
servicio sanitario,

2.—
Proyecto
de
reglamento
de contabilidad
para
103
cuerpos
del
ejéroito-

3.

Balance de Comisaría,

4.—
Ajuste
formado a los
cuerpos llegados
a
Valparaiso
el 11 de marzo.

. 5.—Eatado
aprosimativo
de lo
qne
se adeuda
hasta el 30 de
junio
al
Ejército Espedi
cionario.

6.—Movimiento en almacenes de la Comisaría,

v 7.

Cuadro
que
manifiesta el
gasto
hecho
por
cada
buque
de la armada durante la cam
paña.

S.—
Reorganización
del servicio sanitario del
Ejército.

9.—
Delegación
de la Intendencia del
Ejército.

10.—Cuadros de la Sociedad Nacional de
Agri
cultura.
— -
11.—Movimiento de
trasportes
a
vapor
durante
la
campaña
--
12.

Movimiento de
trasportes
a vela durante la
campaña.

13.—Ración del soldado en
campaña
en diversos
ejércitos.

14.—Armamento
llegado
de
Europa
i recibido
por
la Intendencia Jeneral.
DOCTJIEÍTTO IT." 1
INFORME
PASADO POR EL SUPERINTENDENTE DEL SERVICIO SANITARIO EN
CAMPANA AL INTENDENTE JENERAL DEL EJERCITO
SÜPBRIXTESDEXCIA DEL SERVICIO SAGITARIO DEL EJÉRCITO ES
CAMPA3.1
Lima,
enero 31 de 1881.
Num. 95.

Tengo
el honor de
pasar
a manos de
usted,
en co
pia,
los
partes pasados por
los
cirujanos jefes
de las
ambulancias,
presentes
en las batallas de Chorrillos i Miraflores.
PRIMERA AMBULANCIA,
^Chorrillos,
enero 24 de 1881.
«Señor
Saper
intendente;
(En
cumplimiento
de la orden
qne
me fué comunicada
para
qne
el 12 del
presente
estuviese listo todo el
persooal
de mi aro-
bnlaocia,
con el fin de
acompañar
a la
primera
división del
ejér
cito
espedicionario que
marchaba sobre
Chorrillos, paso
en se
guida
a
esponer
a usted cual ha sido el
puesto que
le ha sabido
desempeñar
a la
primera
ambulancia.
_
4

itEI dia
12,
a las 5 P.
II.,
nos encontrábamos con. todo nuestro
material
correspondiente para seguir
a
retaguardia
de la
prime
ra división
que
era la
que
debia marchar a
vanguardia
del
ejérci
to. Ademas de las cantinas de
farmacia,
cantinas de
combate,
hilas,
vendas,
algodón, frazadas,
sálmnas,
repuesto
de
alcohol,
glicerina,
ácido
fénico,
camillas i 15
carpas,
hice conducir 120
camillas armadas
para qne
en los
primeros
momentos de la ba
talla se hiciese coa mas facilidad la conducción de los heridos,
Esta medida los dio excelentes resultados.
«Todos los
cirujanos primeros
i
segundos, practicantes
de ciru-
jía
i de farmacia estaban
provistas
de un merral con
hilas,
ven
das, compresas
i
percloruro
de fierro
para
curar durante el com
bate,
advirtiéndolcs
que
concluidos Éstas había uu
depósito
donde
podían proporcionarse
lo
que
fuera uecesario.
«El
personal
de esta ambulancia marcho unido hasta el ins
tante en
que
se dio
principio
a la
batalla, que
fue a las ó. 10 A.
M. del dia 13. N###BOT_TEXT###gt;a
llegaba
el momento de dar
principio
al tra
bajo qne
tanto nos habia usted recomendado. Como debíamos
prestar
nuestros servicios con
preferencia
a la
primera
división,
nos dividimos en tres
grupos,
uno a la
dereclia,
Jos otros al cen
tro e
izquierda,
con el fin de
prestar
ausilíos cou mas
oportuni
dad a
cualquier punto
de la linca de
batalla;
adoptando
este
sistema no
dejábamos
heridos a
retaguardia.
a Hasta las 12 de ese dia nos dedicamos a
practicar
la
primera
curación a nuestros
heridos;
a
partir
de esa hora mi único
pen
samiento fué
recojerlos
del
campo, repartiendo
las secciones de
la ambulancia en todo el
trayecto
recorrido
por
la
primera
divi
sión. En el
lngar
donde comenzaron a caer heridos
nuestros,
co
loqué
una sección
que correspondía
al
cirujano
1 ." se fu >r ( 'lodo-
miro González
Vera;
a la derecha el
cirnjano
1.° sefior
Domingo
A.
Grez. En el valle de Chorrillos estuvieron las secciones de loa
cirujanos primeros
señores Salvador Feliú
G.,
Juan Kidd i Juan
M.
Salamanca,
todos ellos estaban
acompañados
de sus
cirujanos
segundos
i
practicantes correspondientes.
Se
trabajó
todo el dia
basta mas de la media noche
i,
a esa hora
acompañados
de al
gunos cirujanos rejistramos
los
pnntos
donde la
pelea
habia sido

5

mas reñida i de loa
1,200
heridos
qoe
tuvo la
primera
división
niui raro seria el
que
no se
recojió
esa misma
noche,
i casi
pue
do
asegurar que
con mui
pocas escepcioncs,
talvez uno
qne
otro
de nuestros soldados
quedó
sin
qne
se le hiciera la
primera
cu
ración,
«El dia 14 nos dedicamos a colocar los heridos en
camillas,
se
armaron las
carpas qne
teníamos
disponibles i,
como éstas no
eran
suficientes,
utilizamos unas
grandes
ramadas
qne
encontra
mos en el valle i
antiguos campamentos
del
enemigo.
Eu la ma
ñana se les
proporcionó
el alimento necesario a los
heridos, para
lo cual contábamos con animales i los útiles necesarios.
«En la tarde de este mismo día fní llamado
por
usted a Cho
rrillos,
i recibí la orden de alistarme con dos secciones de mi
ambulancia
porque
se
sospechaba que
al dia
siguiente
tendría
lugar
una
gran
batalla.
«El dia 15 me trasladé a
Chorrillos, lugar
donde se estaban
conduciendo los heridos
que
se encontraban a
cargo
de las sec
ciones de mi ambulancia. Cuando
llegábamos
al
pueblo,
las 2
P.
51., principiaba
la batalla de
Miraflores, ya
estaban
conmigo
dos secciones i las otras debian venir un
poco
mas tarde. Desde
ese momento comenzó la asistencia de los heridos de esta
segun
da
batalla,
asistencia
que
duró basta mas de la media noche.
«Al dia
siguiente quedé
instalado con toda mi ambulancia en
el
lugar qne
se habia
elejido para hospital
de
sangre,
donde he
permanecido
hasta hoi día.
aLa sección del
cirujano
Juan de la C.
Contreras,
a bordo del
buque
21 de
Mayo, prestó importantes
servicios eu la rada de
Chira,
el mismo dia del
combate,
recibiendo setenta
heridos, que
fueron atendidos en los
primeros
momentos.
«Me es muí satisfactorio
poner
en su conocimiento
que
los ci
rujanos primeros
i
segundos, practicantes
de
cirujía
i
farmacia,
han
cumplido perfectamente
en el
puesto que
a cada uno se les
habia
designado,
«Acompaño
a Lsted la lista del
personal
de esta ambulancia
que
se encontró
presente
en ¡as batallas de Chorrillos i Mira-
flores;
Cirujano mayor
Doctor José Arce.
Cirujanos p¡
Doctor
Domingo
A. Grez Doctor José de la C. Contreraa
>» Juan Kidd » Salvador Feliú
» Ismael Rubilar » Clodomiro González
Doctor Juan M. Salamanca,
Cirujanos segundos
Doctor Salvador
Silva Doctor Dositeo
Oyarzun
a Ismael Merino » Pedro C. Molina
» Jerman Valenzuela
»
Enstorjio
Diaz
> Emeteri Letelier
■>
Moisés Pedraza,
Practicantes
Ismael Diaz
Jerónimo Guerrero
Vicente Rosende
Arturo Delfín
Roraelio Pizarro
Ramón Barrientos
Nicanor
Ugalde
Evaristo Iuostroi a
Tomas Tobar
Cirilo
Quinteros
Pablo Diaz
Vicente Soto
Efraín Aravena
Ramón Ya.?.
Manuel Fernandez
Moisés
Znñiga
Ednardo Airan
Arfstides Meza
Ernesto Pedraza
Carlos
Reyes
José
Vcnegas
Manuel Galán
Juan de D. Cuevas
Eduardo Olivares
Lorenzo Miranda
Carlos Bicberach
1 Herrera.
Farmacéutico
Don Amador Araos.
Contralor
Don Manuel González.
Capataces
Esteban
Pérez
Manuel
Quezada.
Ayudantes
de
capataces
Benigno
Telles
Marcelino
Quezada
Lorenzo Torres,
Benito
Bravo
Víctor Alfaro
Carretoneros
Guillermo
Gaete
José
Moraga
Bcrnardino
Olivares.
Caballerizo
Francisco
Baeza.
José Castro.
Ayudante
de cocinero
José R. González.
Lavanderas
Alfredo Carrasco
J. Salvatierra.
Sirvientes
Máximo
Aguirre
Manuel Cáceres
Calisto
Acebedo
Alvaro Caviedes
Rafael
Astudillo
Juan
Carrasco
Robustiano
Alvarez
Jesns Dneflas
Francisco
Caballero
Felipe Espinosa
Salvino
Bastías
Nícasio
Espinosa
Marcelo Aranda
Julio
Cornejo
José lí.
Aguilera
Pedro C&viedes
Rosauro Acevedo
Pedro C¡ierres
Tránsito Barrera
Aniceto Contreras
Ruperto
Zúñiga
Ricardo
Cornejo
Gregorio
Vergara
Bartolomé Cuadra
Francisco Galiudo
Manuel González
Benito González
Clemente González
Francisco G. Hernández
Benjamín
Hernández
Dios
guarde
a usted.—dase .
José M.
López
Tomas Escobar
José D. Bustamante
Jasé M.
Figueroa
Rufino Bustiimaute
Pedro
Figneroa
Manuel
Carrasco
José M. González
Florencio Cerda
Benigno
lenízale:
José D. González
Francisco
J. Ibarra
Daniel Iuostrosa
Avclino
Martínez
Nicolás
Montenegro
Aivn'.lin Maldimado
Manuel
Lagos
José L.
López.
AMBULANCIA.
San
Juan,
enero 24 dr. 1881.
«El 12 del
presente
salí de Lurin con el
personal
de la ambu
lancia,
conduciendo
parte
del material con
asiáticos,
carretones,
algunas
malas i burros. Durante la noche no hubo novedad
par
ticular,
salvo la
gran
dificultad
para
avanzar las
carretas,
a can
ga de lo arenoso del terreno,
«En la mañana del 13 avanzamos al
campo
de
batalla, por
la
parte que
atacó la
segunda
división,
i ahí
prestamos
ausilios
oportunos
a los heridos
que
iban
cayendo.
«Establecimos dos
puntos
de reunión
para
enfermos i
arregla
mos camas i camillas i
mandé
comisiones a
recojer
heridos. El

9

número de los
recojidos
i asistidos
por
la ambulancia subió a
313,
de los cuales
pasé
a nsted una lista nominal.
«El 14
trasladamos, por
orden
suya,
nnestros heridos a San
Juan i nos hicimos
cargo
de
algunos qne
habian reunido en ese
punto
la 3.* ambulancia i otros
que
se asistiau en las rucas
deja
das
por
el
ejército peruano.
«El número de enfermos asistidos en San
Joan,
asciende a
653,
de
estos,
fueron 28
oficiales,
517 individuos de
tropa
i 50
peruanos, jente
de
tropa.
«Se han hecho las
siguientes operaciones:
11
amputaciones
de
pierna;
17
amputaciones
de
muslo;
7 id de
brazos;
3 id de ante
brazo;
3 desarticulaciones del hombro i 9 id de dedos.
«De orden
suya
mandé dos secciones de la ambulancia
para
que prestaran
sns servicios en
Chorrillos,
de modo
que
el
trabajo
se ha hecho últimamente con cuatro secciones,
«Los enfermos han tenido desde el
primer
dia una alimenta
ción sana i
abundante,
notándose falta selo en
algunos artículos,
tales como azúcar de buena
clase, pues
el azúcar
negra que
con
sumimos
produce
con frecuencia diarreas.
«En
jeneral
los heridos marchan bien i creo
que
las defuncio
nes no serán numerosas.
«En las inmediaciones del
hospital quedan
muchos cadáveres
insepultos
i esto
pusde
traer malas consecuencias
por
el conti
nuo desarrollo de
gases
fétidos.
«Acompaño
la lista del
personal
de mi ambulancia.
Cirujano mayor
Doctor Ramón Gorroño
Cirujanos primero*
Doctor Matías
Agnirre
Doctor F. Gacitua
» Clotario Salamanca » Víctor Alcérreca
i> José II.
Ojeda
» Pastor Alvarez
Cirujanos segundos
Doctor Alfonso Kilckman Doctor Clodomiro Pérez C.
10
Erasmo Castro
Juvenal
Olivares
Emilio
Aguayo
JaStO I . .-:.¡,

:
Fernando
Aróstegui
Pedro Fierro B.
Juan de la C. González
Emiliano
Síerralta
Efrain
Ferrado
Don Podro
Castillo
Don Valentín
Carvacho
Manuel Castro
Juan Castro
Mannel Jnaren
Ambrosio
Fnenzalida
Ramón
Rodrignez
Jnan de D.
Guerrero
Marcelino Urbina
Pascual Vidal
Juan
Rojas
Abdon
Quezada
Belisario
Bisquett
Víctor Salinas
Floro Cáceres
Abel Pnmarino
Guillermo Chueca
Jnan Boza
Jenaro Maraboli
Justo Ramírez
Mannel González R.
Ramón Bravo
Víctor Diaz
Pantal con Cristi
Víctor Diaz
■losé
Aguirre
Adolfo
Vergara
Francisco Bravo
Cap
a/ares
Ramón Chacón Simón
Leyton,
Ayudantes
de
capataces
Zoilo Bobadilla David Dávila
Tiburcio Reville,
Ismael Flores
Xicómeies
López
José Guzman
Emilio Osorio
Rafael
Pizarro
Caballerizo
Eliseo Osorio.
Ayudante
de cocinero
J. Luis Flores
Juan Muñoz,
Lavandera
Eulojio
Améstica.
Ayudante
de lavandero
Miguel
Cáceres Francisco Caro,
Sirvientes
Francisco
Ahumada
Francisco
Aguilera
Tomas Andrade
Antonio
Ampuero
José Arenas
Rafael
Aguirre
Mannel Albornoz
José Araos
Conradino
Barrios
Eulojio
Barrios
Miguel
Bravo
José Barahona
Juan Bobadilla
Joaquín
Cristi
Miguel
Cavada
Pío Carrasco
Miguel
Castillo
Lorenzo Córdova
Nicolás Córdova
Juan Donoso
Silvestre Diaz
Branlio Escarate
Enjenio
Flnfin
Adolfo Erase
José Flores
Pedro
Guajardo
Rosendo Gómez
Mannel Guerrero
Ricardo
Gana P.
Bartolo Gómez
Antonio
Gómez
Ramón Gómez
Ambrosio
Herrera
José M.
López
llamón finientes
Zcnon Cabezas
José Castañeda
Lizaudro Cifueutes
José Cabrera
José Tnrner
Adolfo
Rojas
Francisco
Sepúlveda
Domingo Villagran
Juan
Zúñiga
Antonio Gromera
Cirilo
Astorga
Mannel Alvari-y
Adrián Barahona
Dios
guarde
a usted.—
ambulancia.i
Juan F.
López
José
López
Jorje López
Manuel Molina
Pedro Martínez
Federico
Montenegro
Jnau Xufiez
Manuel Marabolí
Esteban Muñoz
David González
Rafael
Pelochaga
José M. Jaramillo
Manuel
Márquez
Enriqne
Grormeric
Humo//
(Ion-año, cirujano mayor

TERCERA AMBULAríCIA.
Chorrillo*,
enero 2S de 1881
«Cumpliendo
con la orden
que
usté me comunicó en San Pe
dro de Lurin de estar listo
para
marchar a la
retaguardia
ds la
3." división i facilitarle los auxilios
que requería
uua
próxima
batalla, paso
a dar cuenta a usted del modo cono su orden fué
cumplida.
/El mismo
dia,
a las 6 P.
M.,
levanté el
campamento
de m¡
Ambulancia establecida en el centro de la 3.a división
i,
acom
pañado
del
adjunto,
doctor
Diego
San
Cristóbal,
comisionado
para acompañar
a la 2.a i 3."
Ambulancias,
marché a
retaguar
dia del
Tejimiento Concepción, que
cerraba la marcha.
«Al
llegar
al
puente
del rio Lurin me fué
imposible seguir
la
misma rnta
que
la
infantería,
atendida la calidad del camino i la
parte
de material
pesado que
tenía,
que trasportar
en
carretones,
resolviéndome &
seguir
la
qne
llevaba la
artillería,

13

«En la noche
acampé
con la artillería i a las 4 A. M. me
puse
en marcha a fin de unirme a la
división,
lo
que conseguí
a las
S¿
A. M.
«Después
de
ponerme
a las órdenes del Estado
Mayor
de di
cha
división,
mi
primera
medida
fué,
conforme a sus instruccio
nes,
buscar un
lugar aparente para
establecer la Ambulancia
con sus
carpas
i material
correspondiente; pero
vista la manera
de combatir de nuestros soldados
que
marchaban con una cele
ridad
asombrosa, dejándonos
atrás en
poco tiempo,
resolví no
descargar ningún
material i distribnir el
personal
de mi Ambu
lancia
para que
atendiese a la curación inmediata de los heridos
en el
campo
de
batalla, esperando recojer
a éstos cuando me en
contrase colocado en un
pnnto central,
lo
que conseguí
a las 9
A. M. colocándome detras de un fuerte tomado
por
nuestras
fuerzas al oriente del
pueblo
de San Juan. En este
trabajo
fui
poderosamente ayudado por
mi contralor don Carlos
Fagalde,
«Desde ese momento se estableció la sección del doctor don
Agustín
Gana U.
para
atender a los heridos
que llegaban
a la
Ambulancia,
mientras las demás secciones
bajo
mi
dirección,
se
ocupaban
en recorrer no solo el
campo
de la 3."
división,
sino
también el de la
2.*,
haciendo la curación i traslado de los he
ridos.
sEste
trabajo
dnró toda la noche de ese dia 13 i la mañana
del
siguiente
hasta las 10 A.
M.,
hora en
que,
recorrido el cam
po
varias veces i en distintas
direcciones, quedé
cerciorado de
que
todos los heridos habían sido conducidos a la Ambulancia.
«En el número de
éstos,
asistidos en las
carpas
a
primera
ho
ra,
contábanse diez i siete
oficiales,
entre ellos el
primer jefe
de
Granaderos,
señor Tomás Yávar i el de
ignal
clase del
regimien
to
Cnricó,
señor
Joaqnin
Cortés.
«Me ha sido mui satisfactorio haber
podido
atender debida
mente a todos estos
heridos, pues
contaba con elementos
para
hacerlo.
«El dia 14 ordené el traslado de toda la Ambulancia a las ca
sas de la hacienda de San
Juan, por
ser éstas nn
punto
mui ade
cuado
para
establecer un
hospital
de
sangre, pues
tiene
espacio-
-
14
-
tísimos salones rodeados de
jardines
i salas
especiales para
ofi
ciales.
«Ese mismo
dia,
en la
tarde,
recibí orden de nsted
para dejar
dos secciones en este
punto
i trasladarme con las restantes don
de se encontraba la 3.*
división, acampada
a
pocas
cuadras al
Sur de Barranco.
«Los secciones de los doctores David
Tagle
i Juan de Dios
Pozo, quedaron
a
cargo
de la Ambulancia de San
Jnan,
mar
chando las restantes al
lugar
indicado.
«Informado de
que
ese dia no había movimiento
alguno
en el
ejército
i de acuerdo con
usted,
ordené
que
mi Ambulancia tra
bajase
en el
hospital
de
Chorrillos,
donde se curó a todos ¡os he
ridos
qne
en él había.
«A las 4 A. M. del dia 15 volví al
campamento
de la 3." divi
sión, seguí
sus movimientos i
acampé
con ella.
«El
ataque
alevoso del
enemigo,
en circunstancias
seguras
de
no entrar tan
lnego
en
combate,
me
sorprendió
sin haber aun
tomado las determinaciones necesarias
para
coloear mi Ambu
lancia.
Esta
sorpresa
ocasionó la
pérdida
de una
parto
del material
que conducía,
la
que
fué
repuesta
inmediatamente
por
encontrar
nos tan cerca de Chorrillos.
«Advierto a usted
que
en esta misma tarde se reunieron a la
ambulancia las secciones de los señores
Tagle
i Pozo
que
habían
quedado
en San Juan i la de don Guillermo Castro
qne
andaba
en comisión en el sur.
«Tan
pronto
como
pnde
colocarme en una
posición
convenien
te ordené
que
una sección se estableciera en Barranco
para que
sirviera de base a la
ambulancia i las demás
siguieran
a reta
guardia
del
ejército
sirviendo la
derecha, izquierda
i centro.
«A las fi P. M.
llegué
con una sección i me establecí en la es
tación de Miraflores donde asistí mas de 60 heridos de
tropa
i
varios
oficíales,
entre ellos al
primer jefe
del
Tejimiento Santiago
señor Fnenzalida.
«Esa noche i el día
siguiente
las secciones
que seguían
la re
taguardia
del
ejército
se
ocuparon
en curar t
recojer
los heridos
-
15
-
del
campo
de batalla. La establecida en Barranco asistió í reco-
jió
un número considerable de
heridos,
entre ellos al señor
jefe
de la 1.a
brigada
de la 1.* división coronel don Juan Martínez.
«El
trabajo
de curación i recolección al
hospital
de Chorrillos
de los heridos del
campo
de batalla
quedó
terminado el dia 16
i el 17 el traslado al mismo
hospital
de los
ya
curados en Ba
rranco i Miraflores
por
dos secciones distintas,
«Acompaño
a nsted la lista del
personal
i
empleados que
han
servido en estas
jornadas.
Cirujano mayor
Doctor Absalon Prado.
Cirujanos primeros
Doctor
Agustín
Gana U. Doctor Manuel Sauhneza
» David
Tagle
A. » Francisco Ferrada
» J. de D. Fozo » Guillermo fastro
Doctor Marco A. Soffia
Cirujanos segundos
Doctor Rodolfo León Luco Doctor Eloi Sandoval
» Joan P.
Rojas
» Justo P. Merino
» Alberto
Araya
» Eduardo Martínez
» Temístoeles Roldan » Xicolas Palacios
t> Dionisio Donoso » Mamerto del
Campo
Doctor Eduardo Solovera
Farmacéutico
Don Arturo Marchant.
Contralor
Don Carlos
Fagalde.
Practicantes
Wenceslao Pizarro Manuel
Gorigoitía
Salvador Román Moisés Chavez
Emiliano Diaz V.
José Mancilla
Alberto Adriasoln
Ramón Molina
Hilario
Sepúlveda
Francisco Alarcou
Ensebio Galdames
Francisco Donoso
Abelardo Herrera
Lindor de los Ríos
Manuel Madrid
Aureliano
Oyarzun
16

Feliciano Chavez
Fortunato Castillo
Luis Areilano
Anjel Artiga
Francisco
Vergara
Mannel
Riqneluie
Francisco Hernandos
Ambrosio Luna
Clodomiro Muñoz
Clodomiro
Tapia
José ('¡candi i
Capot
tren
Perfecto
Etgueta
José G. I.eon
Ayudantes
de
capataces
Toribio Barrera Toribio Maluenda
l!.-rii:ivdinn Vcraara
Pedro Muñoz
Guillermo Pintu
Hilario Rivera
¡Ñitnrnino Olivos
Manuel Pinta
Ventura Teliei
Cohallerízo
Feliciano Silva.
('.orinen,
Pedro P.
Espinosa.
Ayudante
de cocinero
Anjel
Gutiérrez José
Mmitoya
Lavandere
Francisco
Espinosa.
Ayudante
de lavandera
Pedro Muñoz.
Siert, ■/■/,-■<
José Herrera
Félix Herrera
Juan B. Herrera
Carlos Mansilla
Manuel Morales
Ramón
Barragan
Domingo
Reinólo
Juan O
paz
o
Francisco
Opazo
Bonifacio Orellano
Rubén Padilla
Bernardo Otaiza
Benito
Rodrignez
José
Rodriguen
Delfín Serrano
Juan Maturana
Juan
Salgado
Máximo Beas
José Salas
Mannel Sarmiento
Cayetano
Saavedra
Manuel Silva
Cayetano
Silva
Sabino
Segovia
Amador Santos
Domingo
Silva
Manuel Urrutia
Pedro
Venegaa
Pablo Villalobos
José
Vergara
Ricardo Peñaloza
Adolfo Pinto
Ponciano Riiz
Beruardino Ramos
José Rivera
Avelino Viilalon

icente
Rojas
José Rebolledo
Manuel
Reyes
Manuel 2."
Reyes
José G. Ramírez
Anjel
Romero
Adolfo Paredes
Ricardo Morales
Cosme Gua
jardo
Manuel Herrera
Elias Vera
Antonio Santiluiñcz
Emiliano
Alegría
Eleodoro Aire
Delfín Bravo
Simón
Césped
Francisco Donoso
Jnan
Espinosa
Pedro Lant.adilla
José Roldan
Aurelio Montes
Manuel Punes
Pedro
Carvajal
Manuel Aros
tegu
i
José
Montenegro Benjamín
Echeverría
Luis Flores José L. Guerra
Manuel Gutiérrez
«Solo me resta
agregar
a usted
qne
si los
trabajos
se han he
cho
satisfactoriamente,
ha sido mediante la
cooperación
decidida
de mia
cirujanos primeros,
señores
Agustín
Gana U.,
Mannel
Sanhnezo,
David
Tagle,
F. Ferrada. J. de D. Pozo i luiillernin
Castro; de los
cirujanos segundos,
farmacé uticos,
contralor, prac
ticantes
de
cirnjia
i farmacia i demás
empleados.
«Dios
guarde
a usted.

-Absalon Prado,
i>
M-.i
limitaré, por
mi
parte,
a
espresar
a V. S.
que
todos los
empleados
del servicio se han
comportado,
salvo raras
escepeio

nes,
con decidido entusiasmo en el
cumplimiento
de sus
obliga
ciones i llenando con estrictez las órdenes recibidos.
No se ocultará a V.
S., por cierto,
las
grandes
dificultades con
que
he tenido
que tropezar para ejecutar
un
regular
servicio
sobre todo en lo
que
se retiere a medios de
movilidad,
no ha
biéndome
llegado
los animales necesarios i
pudiendo, apena.*,
servirme de los
carros, por
las dificultades de un camiun
qne
se
decia bueno i donde con
trabajo poilk
marchar la artillería, con
ocho O diez
parejas
de caliallos.
Nuestros carros no
podian
marchar,
a
pesar
de haberlos unci
do a cinco
yuntas
de
bueyes,
ademas i'c Jas midas de tiro. -Mu
chos
quedaron pegados
en los intransitables médanos i otros se
estraviuroii en los caminos
que
debian recorrer.
Con
todo, después
de una ruda
marcha,
al
rayar
el alba del
dia 3 estábamos en la línea de
batalla,
a
retaguardia
de las di
visiones
respectivas,
¡ avanzamos (miando sobre el
campo
i reu
niendo los berilios en
grupos
mas o menos
enreanos,
en la esten
sa línea de
luego,
desde Villa i (.'liwrilt. - hasta el oriente de la
hacienda de San Juan,
Puedo afirmar a V.
S,,
can
satisfacción, que
todos Ion heridos

19

de la batalla del
13,
con las
escepcioncs
del caso i
naturales,
fueron curados i
recojidos
antes de treinta
horas,
i lo mismo en
la del 15.
La
prueba qne
las ambulancias bau sufrido en estas dos me
morables
jornadas, después
de la
esperimentada
en la vida de
campamento,
no
deja
duda sobre la bondad de su
organización
i
que
es
superior
al servicio de
cuerpo.
El ala
izquierda
la atendía la
primera ambulancia,
con su ci
rujano primero
don José
Arce,
i el
qne
suscribe con su secretarii
i
don Marcial Gatica el
centro;
la
segunda
con
sncirnjano mayor
don Ramón
Gon-oño,
i la tercera eu el ala
derecha, bajo
la direc
ción de don Absalon Prado i de mi
adjunto,
doctor don
Diego
ían Cristóbal.
Durante la batalla me
prestaron
decidida
ayuda
el contralor
jeneral,
señor
Rodríguez Ojeda;
el
farmacéutico,
señor Allende
0.;
el
estadístico,
señor
Enjenio
R. Peña V. i los señores José
M.
Besoain,
RamoT
Gaete,
Daniel
liiqnelme,
Salvador A. Cas
tro,
Enrique
Ramos i Luis E. Castro, todos
empleados
o
agrega
dos voluntariamente al servicio ¡\--~ ie \
alijarado,
(.'uravaeii i
Lurin.
De
gran
ausilio me fueron también los ó00
asiáticos
r.jno
tome
en
Lurin,
con conocimiento del señor Ministro de la Guerra i
del
¡efe
de Estarlo
Mayor Jeneral,
tanto
para
el acarreo de útiles
de ambulancias desde
Lurin,
como
para
la traslación de heridos
en el
campo.
Debo también mi
gratitud
a la Comandancia de
bagajes, poi
sus
oportunos
ansilios de animales i
trasporte
de material de
ambulancias.
El servicio de nuestra conducción ha
trabajado
a mi
satisfac
ción, debido,
a
pesar
de las dificultades
apuntadas,
al activo em
peño
del señor
Rodríguez Ojeda.
rvairnulor
jeneral.
Creo de estricto deber hacer una mención
especial
de la ma
niera como he sido servido
por
el
capitán
i
tripulación
del Pa
quete
de
Afaule,
puesto
a mi
disposición por
orden del
Gobierno,
El señor
capitán Gerltcns,
oficiales de su
dependencia
i
tripu
lación a sus
órdenes,
no han ahorrado sacrificio de
ninguna
cía-

20

se
para prestar
los servicios
exijidos, por penosos que hayan
si
do en muchas ocasiones.
El servicio de farmacia ha marchado con toda
regularidad,
satisfaciendo los
pedidos que
le han sido hechos.
He tenido el
apoyo
de la fuerza de
tropa
cuando la he solici
tado del señor
jefe
de Estado
Mayor
Jeneral o de los señores
je
fes de
cuerpo, para
la reunión de los heridos en el
campo
de
uperacioues.
trasladados de una a otra sección de ambulancia,
como
para
los
embarques.
Debo
particularmente
dar las
gracias
a este
respecto
al señor
comandante
del batallón
Búlncs,
como al
rejiniiento
Esmeralda
de
guarnición
en esta
plaza
i muí
especialmente
a su
distingui
da oficialidad
i
jefes
señores
Holley, Lopetegui
i Maturana.
Dnrante los
primeros dias, después
de las batallas de Chorri
llos i Miraflores el señor Víctor W. Castro me ha
prestado
im
portantes
servicios
ocupándose
de hacer el rancho
para
los heri
dos, trabajo
lleno de dificultades eu momentos de tanta
preocu
pación
i labor. Habiéndose retirado a
Lima, qnedó reemplazán
dolo don Saturnino
Castro, que
lo
desempeña
hasta la fecha con
el mismo celo i entusiasmo.
Siendo tan crecido el número de heridos a nuestro
cuidado,
los
contralores de ambulancias
apenas
si han tenido
tiempo para
ocuparse
de
arreglos
de cumas, asüo interno del
hospital
i detalles
del servicio.
La nota
que
remití a V, S., ha
pocos
dias da cuenta del mo
vimiento de
heridos,
donde residen o han sido enviados. Mu ha
sido
completamente imposible, agobiado por
servi dos
profesio
nales i de dirección
jeucral,
tener
tiempo para
hacer formar lis.
tas nominales de los
heridos,
pudieudo
dar a V. S. un cálculo
aproximativo
de su número.
Luego pasaré
a V. S. un cuadro
mas detallado
i exacto.
Los enfermos
que dejamos
al salir de
Lurin,
el día
13,
mas de
;íyO,
han sido asistidos
por
el
personal
del
hospital volante, bajo
la dirección
del doctor Jacinto del Rio. También se han curado
ahí mas de 30 heridos de la batalla del 13.
Este
hospital
ha atendido la
guarnición
de Lurin.

21

Solo
quedan
en ese
punto
mas de 40
enfermos,
habiéndose
ya
retirado los demás. El
hospital
se levantará en tres dias mad
pasando
su servicio al
hospital
de San
Andrés,
abierto eu esta
ciudad, para
enfermedades comunes desde hace tres dias,
La ambulancia de San Juan ha sido levantada i su
personal
trasladado a Chorrillos hasta tanto
que podamos
concentrar
nuestros heridos en el
hospital
Dos de
Mayo.
Desde
ayer
el
hospital
de
Guadalupe,
en el
Callao,
donde me
han auxiliado los
cirujanos
de la Escuadra i
algunos peruanos,
desde el
primer dia,
se encuentra
bajo
la dirección de la
primera
ambulancia. He destinado también a este servicio a los señorea
Federico
Puga
B. i Jerónimo Rosas
llegados ayer
de Chile
para
auxiliarnos en nuestras tareas.
En este
hospital
somos deudores del
mayor apoyo
i colabora
ción,
a los señores coroneles
Lynch
i Urrutia i
particularmente
al comandante del batallón
Quillota
señor J. Ramón Echeverría,
Los señores Ventura Carvallo
E.,
Juan J. García i Francisco
R. Martínez han sido
encargados
de atender servicios en el hos
pital
Dos de
Mayo,
i el doctor Rafael Wormald en el de San
Andrés.
A este
hospital
deben ir todos los dias los enfermos leves de
los distintos
cuerpos para
ser examinados i recibir medicinas. En
él también se admitirán los
qne
deban
guardar
camas.
Antes de
concluir,
señor intendente
jeneral,
me
permito
dar a
V. S. mis
agradecimientos
mas siceros
por
su decidido
apoyo
en
favor del servicio
que represento,
tan valioso i
patriótico
como el
que
he recibido del señor Ministro de la Guerra i del señor Je
neral,
Jefe de Estado
Mayor
Jeneral.
Dios
guarde
a V. S.

R. Allende Padin.
Al señor Intendente Jeneral del
Ejército
i Armada en
Campaña,
Tal-
Liitia.jcbfero^de
1SS1.
Núm. l<rz.—Con fecha 31 de diciembre el farmacéutico
mayor
me dice lo
siguiente:
«Señor
Superintendente:
Paso a dar cuenta a usted del movimiento
que
ha tenido el
depósito
a mi
cargo
durante el
presente
mes.
Con lecha ¡1 fueron
entregadas
eu Arica al
cirujano
de la '¿.'
ambulancia,
las cantinas de farmacia i de
combate,
habiendo .sido
entregadas
anteriormente las
correspondientes
a las ambulan
cias
].*,
2.1 i 4.a como tuve ocasión de dar cuenta con feoha 3U
de noviembre,
Se lia cuidado de
proveer
convenientemente la farmacia esta
blecida en la ~1 de
Mayo
c
igualmente
la de la barca Elena.
También se ha llenado el
pedido
de medicinas del
buque
Abtai.
ordenado
por
usted.
Se lia distribuido a las tres ambulancias uu
repuesto
de me
dicinas
para
llenar sus cantinas,
«Me es satisfactorio hacerle
presente, que
el farmacéutico de la
tercera
ambulancia,
señor
Oyarzun Navarro,
durante su
perma
nencia en
Lurin,
ha atendido debidamente la distribución de
medicinas
para
íJüO u 400 enfermos.
Igual
recomendación
pne-
do hacer de los farmacéuticos de la
primera
i
segunda
ambu
lancias,
«Es cuanto
tengo que
comunicar a
usted,
referente al servicio
de mi
cargo,
durante el
presente
mes.
.-Dios
guarde
a usted.—A'. Allende O.»
Con fecha 'ál de enero me dice lo
que copio:

Señor
Superintendente:
aEu el
preséntenles
ha habido el
siguiente
movimiento en
este
depósito:
k El Lurin se le
dejaron
las medí anas necesarias al
hospital
volante
que quedó
establecido en
aquel lugar.
Se
repusieron
convenientemente las cantinas délas tres ambulancias antes del
dia
J-,
día en
que
el
ejército emprendió
su marcha a Lurin.
«Eu Chorrillos se han distribuido todas las medicinas necesa
rias
para
el
hospital
establecido allí.
Igualmente
se lia atendido
los
pedidos
del
hospital
de San Juan, a
cargo
de la
segunda
ambulancia.
¿También se dieron las medicinas necesarias a las varias sec
ciones
que partieron
al sur conduciendo heridos en los
vapores
/tafo, Pn.jta,
Barnard Castle i Amazonas.
a Antes de trasladar este
depósito
a esta ciudad se
dejó
en Cho
rrillos un
repuesto
de medicinas a la tercera
ambulancia, que
quedaba
a
cargo
del
hospital
de ese
puerto.
«Aquí
se ha atendido a los
pedidos
del
hospital
de San Au-
tAntes de conclnir creo
justo
hacer
presente
a su considera
ción
que
los farmacéuticos
primeros,
señores Amador
Araos,
de
la
primera
ambulancia;
Pedro P.
Castillo,
de la
segunda,
i Au-
reliano
Oyarzun,
de la
tercera,
como
igualmente
los
ayudantes
de
farmacia,
han
cumplido
debidamente con su deber en los dias
13 i 15 del
presente.
k Es cnanto
tengo que
comunicar a usted en el
desempeño
de
«Dios
guarde
a usted.

E. Allende O.n
Todo lo cual comunico a usted
para
su conocimiento i fines
consiguientes.
Dios
guarde
a usted.

11. Allende Pad.ii/.
Al señor Intendente Jeneral del
EjiWto
i Armad» en
campaña.

Yalpa-
M O V I M I £ X T O
DE LOS HERIDOS CHILENOS EN" LAS BATALLA
DE CHOKBILLOS I MIHAfLOllKS,
Remitidos al sur Oficiales
Por
trasporte
Itata 95
» »
Payta
40
» » B, Castle
» » Amazonas 30
Suma iii-~)
fcj-ist rutes
En Lima,

Hospital
Dos de
Mayo.
... 3
» » En casas
particulares
JO
En el Callao.—
Hospital Guadalupe...
:><]
En Chorrillos.,

Escuelas dn Cabos...
Suma 3"
Bajas
hasta la
fecha
En
hospital
de San Juan lí)
» » de Chorrillos 17^
Oficiales 10
Total 201
Distribución de los heridos
Para Arica
>
Iqniqne
>
Antofagasta
i el resto a
Caldera, Coquimbo, Valparaíso
i
Santiago.
550
.
650
400
¡ion
300
350
RESUMES:
Oficiales Soldados Totales
2,265
33
1,500
1,533
10 191
201
208
3,791
3,999
Lima,
enero 31 de 1881.
R. Allekdb Padin.
Es
copia
fiel del
orijinal
archivado

Francisco A.
Pinto,
secretario
jeneral.
i esta Intendencia,-
BOOUMBHTO H.8 2
PROYECTO
de
Reglamento
de Contabilidad de los
Cuerpos
del
Ejército.
Arr. 1.°.

La contabilidad de los
Cuerpos
de!
Ejército
estará
eu lo sucesivo al
cargo
de
empleados especiales que,
con el títu
lo de
contadores, desempeñarán
las funciones
que por
ordenanza
corresponden
al oficial Habilitado i
Capitán depositario
i demás
que
les
designe
el
presente reglamento,
Art. 2.".

El ramo de contabilidad de los
Cuerpos
del
Ejérci
to será servido
por
los
empleados
i con las dotaciones
siguientes:
Contador I." con la renta mensual de
§
150
Id 2." id id id » 125
Id 3." id id id » 95
Cada
Tejimiento
tendrá
para
su servicio un contador
1.",
un
2." i un 3." i cada batallón un contador 1." i nn 3.".
Art. 3."

En atención a
que psr
su naturaleza son los conta
dores del
Ejército empleados
militares, disfrutarán de las
excep
ciones,
fueros i
prerrogativas que
los demás del
Ejército;
i
para
evitar
cualquiera
duda
que pudiera
ocurrir se les tratará con
consideración a los
grados siguientes:
Al contador 1." se les
guardarán
las consideraciones de sar
jen
to
mayor.
Al contador 2." las de
capitán;
i
AI contador 3." las de teniente.
Art. 4.°.

Los destinos de contadores del
Ejército
seráu
pro
vistos
por
el
Supremo
Gobierno a
propuestas
del Comisario Je
neral del
Ejército
i
Armada,
de
cuyo
funcionario
dependerán
directa o inmediatamente en todo lo relativo al servicio económi
co i administrativo de los
cuerpos
del
Ejército,
Art. 5.°.

Los contadores del
Ejército,
antes de entrar al de
sempeño
de sns
destinos,
exhibirán
fianza,
a satisfacción del Co
misario
Jeneral,
de una cantidad
equivalente
a dos años do suel
do de
que
disfruten
para respoder
al fiel i exacto
cumplimiento
del
cargo que
se les
confía,
debiendo los
segundos
i terceros
subrogar
a los
primeros
i
segundos
en los casos de ausencia o
enfermedad debidamente
justificada.
Art. 6."

Será
obligación
de los contadores: formar los
ajustes
de los
cuerpos
con
arreglo
a ordenanza i a las
leyes vijeutes;
pasar
revista cuando no
haya
comisarios;
percibir
de Comisaría
o de la
respectiva
oficina
pagadora
los haberes
que
le
correspon
da,
dando cuenta de su
inversión;
tomar razón de todos los títu
los i licencias
qne
se
ortognen,
correr con el alta i
baja
del al
macén del
cuerpo,
atender al rancho de la
tropa,
estando en cam
paña,
i
jeneralmente
en cuanto
corresponda
i se roce con la ad
ministración i economía de los fondos del
cuerpo.
Art. 7.°

Para la cuenta i razón
que
ha de
llevarse,
por
el
contador, tendrá,
a mas del libro de
«Caja»
o de entrada i salida
de
caudales,
los
que
a continuación se
espresan:
Libro de
pertrechos, armamento, vestuario, equipo
etc,
Libro de
ajustes.
Libro de
asignaciones.
Libro de
hospitalidades.
Libro de títulos.
Libro de decretos
supremos,
Libro de ceses.
Libro de licencias
temporales
i absolutas.
-
29

Libro de oficios.
Libro de informes.
Art. 8.°

A los ocho
dias,
a mas
tardar, después
de
pasada
la
revista de
Comisario, procederá
el contador a formar el
ajuste
del
cuerpo
conforme al formulario núm. 1 i con
arreglo
a orde
nanza i a la fuerza total
que
conste de las listas de revista
que
le serán
entregadas por
los
capitanes
de
compañía;

no debiendo
ésta exceder eu
ningún
caso del número i clase
qne fije
el
regla
mento de dotación de cada
cuerpo.
Art. 9.°

El dia 1.° de cada mes
presentará
el contador su
ajuste
en
Comisaría,
visado
por
el comandante e intervenido
por
el
sárjente- mayor;
i encontrándose
conforme, procederá
a
perci
bir el alcance
qne corresponda
al
cuerpo,
con la ¡'winalidad
pres
crita en el art. 9 tít. 42 de la Ordenanza Jeneral.
Art. 10.

Cuando
por
hallarse el
cuerpo
acantonado o de
guarnición
en nn
paraje
distante de la
Comisaría,
no
pndiese por
esta causa
percibir
de esta oficina los haberes del
cuerpo,
deberá
el contador solicitar
por
escrito de la autoridad militar corres
pondiente,
con visto bueno del comandante e intervención del
sarjento mayor,
los fondos necesarios
para
el
objeto; cuya
autori
dad ordenará el
pago por
la oficina
respectiva,
con
cargo
a la
Comisaría Jeneral.
Art. 11.

Los
ajustes que pagnen
eu la forma indicada en el
art.
anterior,
los remitirá el contador a la Comisaría Jeneral en
el mas breve
termino, quedando responsable
a los
cargos que
resulten en su contra
por cualquiera
iufraccion
que
en ellos se
notare de ¡as leves i
disposiciones vijeutes
sobre la materia.
Art. 12.

El comandante del
cuerpo lijará
el dia i hora en
que
debe verificarse el
pagamento
de la
tropa,
a fin de
que,
todos los
individuos
qne compongan
sn
dotación,
se hallen
presentes
i se
formen
por
los contadores las distribuciones de
pago
a
que
se
refiere el inciso 2." del art. 13.
En cuanto al
pago
del haber
que corresponda
a los
oficiales,
se satisfará
inmediatamente, después
de
percibirse
de Comisaría
el haber del
cuerpo, para cuyo
efecto tendrán listas los contado
res las relaciones
que
determina el inciso 1." del mismo art.

30

Art. 13.---Treinta
dias,
a mar
tardar, después
de sacado de
Comisaría el haber del
cuerpo,
deberán los contadores acreditar
ante la Comisaria Jeneral. cu la forma
siguiente,
la inversión
dada a esos caudales:
1." El
pago
verificado a los
jefes
i oficiales se acreditará
por
medio del recibo
que
cada uno de ellos ha d.*
poner
en la rela
ción o nómina
que
los
comprenda,
conforme al formulario nú
mero 2.
2." I el de la
tropa
se
justificará
con la distribución de
pago
qne
se hará
por
la
compañía
conforme al formulario
núm,
3,
intervenido
por
el
sarjcnto mayor,
visado
por
él comandante i
constancia del
capitán
de la
respectiva compañía,
de haber
que
dado la
tropa
satisfecha con su
pré,
Art. 14.

Los fondos
sobrantes, después
de verificado el
pago
en la forma
ya
dicha,
sea
por
fallecimiento o deserción de los in-
leivsadi'is o
por
otras cansas,
ingresarán
¡i t
'niñísima,
si el
cnerpo
estuviere dentro de su
jurisdicción,
o en la
respectiva
oficina
pa
gadora,
si estuviere acantonado o de
guarnición
en otro
paraje;
debiendo,
en este último
caso,
acreditarse el cutero con el certifi
cado
espedido por
la oficina
correspondiente,
Art. 15.

Cuando
alguno
de los oficiales obtuviere su
separa
ción del
cuerpo
o
despacho para
otro,
o bien fuese retirado tem
poral
o
absolutamente,
cuidarán los Contadores de
espedirle*
certificados o
cese,
visado e intervenido como
queda
dicho en los
artículos
anteriores,
en
que
se
esprese:
la fecha hasta
que
han
sido
pagados
de sus
sueldos;
los
cargos que tengan por asigna
ciones, anticipaciones
o retenciones
judiciales;
la fecha del cúm
plase
i la del
despacho
o cédula
que
hubieren
abtenido;
i la
par
tida e item del
presnpucsm
,i
lei en virtud del cual se les obone
sn renta,
i lo ni'smo harán con los individuos de
tropa que
obtu
vieren cédula de retiro á inválidos o fueren lincenciados con
goce
de
premios,
a fin de
que puedan
continuar
percibiendo
los habe
res
que
les
corresponda.
Art, 10.

Tola
baja
al
Hospitad
o
asignaciones que
se im
ponga por
los individuos del
cuerpo,
debe anotarse en los libros
que
llevará al efecto el Cmtador a fin de certificar
por
ellos la

31

legalidad
i exactitud de los
cargos que
se formen al citada
cuerpo.
Art. 17.—Los Contadores del
Ejército
al tomar
posesión
de
sus
empleos
deberán formar inventario de todas las existencias
vestuario, equipo,
armamento, pertrechos, etc.,
que hayan
en los
cuerpos
de!
Ejército; cuyo
documento reservará el Contador 1."
en su
poder para comprobar
la
primera partida
de
cargo que
asienten en sus libros.
Art. 1S.

Xo
podrán
los
Contadores,
eu su carácter de ft-uar-
da
Almacenes,
recibir ni
entregar jéueros
de
ninguna
clase de
los
puestos
a su
cargo,
sin
que preceda
orden
por
escrito del
Comandante del
cuerpo,
a continuación de las facturas O
pedí,
mentos
que
los
contengan,
i
aprobación
de calidad de los
que
re
cibiere
por
el oficial
qne
el mismo Comandante comisionare
para
su
inspección,
el cual deberá
espresar
su intervención al
pié
de
la factura con
que
fueren remitidos al
cuerpo.
Art. 19.

Mensnalmente
presentarán
los Contadores eu Co
misaría un estado
qne
manifieste la alta i
baja
de
equipo,
ves
tuario etc.
que
hubiere tenido el almacén en el mes
antecedente,
comprobado
debidamente con los documentos a
que
se refiere el
artículo
anterior;
debiendo también remitir un estado
igual
a la
Inspección
Jeneral del
Ejército
como está ordenado
que
se Jio-
ga por
circulares do la misma
Inspección,
Art. 20.

Si del examen
que
se
haga
en Comisaría del Esta
do i documentos
presentados
mensnalmente
por
los Contadores,
resultare
qne
las existencias de
vestuario, equipos
i demás
per
trechos,
son inferiores a los
que
han recibido a su
cargo
i no co
rrespondan
a las
salidas,
se les hará inmediatamente
responsa
bles de su
valor,
debiendo
suspendérseles
del
empleo
cuando la
cantidad a
que
asciendan los efectos
qne
faltan sea
igual
o ma
yor
al sueldo anual
que disfruten,
sin
perjuicio
de cobrar los al
cances a sus fiadores,
Art. 21.

Si
por
estar el
cuerpo
en
campaña
hubiere de sumi
nistrarse rancho a la
tropa,
cuidarán los
Contadores,
estando la
provisión por
cuenta del
Estado,
de solicitar
oportunamente
de
quien corresponda
las raciones
que
fuesen necesarias con
concep-
to a la dotación i
por
el
tiempo que designe
el Comandante del
cuerpo; pero,
cuando esté
por contrata,
so recibirá i
distribuiría el
rancho diariamente a la hora
que designe
el mismo
jefe,
Art. 22.

Todos los
empleados
en la dotación del
cuerpo.
cualqniera que
sea el destino
qne desempeñen, gozarán
de la ra
ción de víveres acordada
por reglamento,
Art. 23.—En
cualquiera
de los casos
previstos
en el artículo
21 deberán los Contadores dar certificación
por escrito,
visada v
intervenida
por
el Comandante i
Sárjenlo Mayor
del
cuerpo,
del
número de raciones recibidas i distribuidas,
espresando
los dias
a
que correspondan
esas
raciones;
con
cuyo
documentóse hará
el abono al almacén o al contratista,
según
sea
que
la
provisión
esté de cuenta del Estado o de
particulares.
Art. 24,

Mensual mente formaran los Contadores estados cu
todo conforme al formulario número
4,
en
que
se
esprese
el nú
mero de raciones o los víveres
que
se hubieren recibido eu el mes
anterior t la inversión
que
se les hubiere dado;
cuyos
estados re
mitirá a la Comisaría
jeneral
visado e intervenido en la misma
forma
prescrita
en el inciso 2." del artículo 1 1.
FORMULARIO X." 1
AJUSTE formado al Batallón cívico movilizado Col-
chagua, por
el haber
que
le
corresponde
en los me
ses de
agosto,
setiembre i octubre de 1880
AUTORIZACIONES DEL EJÉRCITO.

(Sueldos)
1 Teniente Coronel Comandante eefior
Manuel J.
S'.ffia,
t,n sueldo en treí
mesen como Intendente de la
provin
cia de
CVlcbagua
$ !)!)!> flfl
So
gratificación
de runcho a 30
pesos
en el mismo
tiempo
SO $ 1080 9Í)
1
Sárjente
Mayor,
sueldo de 123
pesos
16 centesimos en tres meses 387 48
Su
gratificación
de rancho de 80
pesos
en tres meses 00
5
Capitanes,
señores
Krugg,
Soto,
L. de
Guevara, Portales, Gajardo
i
Tirar,
saeldo de 85
pesos
c.u en 3 meses. .. 1575
2
Capitanes
señores Palacios i
Pumarino,
de 85
pesos
cada
uno,
en cuatro me
íes.
Comprobantes
núms.
1,
2 i 3... 680
Gratificación de rancho a cinco
capita
nes,
en tres
meses,
a 20
ps.
en 300
Gratificación al
capitán Palacios,
en tres
meses cnatro
dias,
a 20
pesos.
Com-
protante
núm. 4 65 66
Gratificación al
capitán
Pu
marino,
en
n n mes diez i seis
dias,
a 50
pesos.
Comprobante
núm. 5 30 6C
Suma S 2348 33
SE BEDTJCE TOE A'IGNACIONES
La del señor
Krugg
en San
Fernando
por
50
ps.
men-
snales $ 150
La del señorGuevara en Ren
go por
50
ps.
raen1 r.sles. .
150
La del señor Podíales en
Raneagna por
50
ps.
men
suales 150
La del señor
Gajardo
en Ren
go por
30
ps.
mensuales.. !)0
La del señor Tivar en San
Fernando,
por
40
ps.
men
suales , 120
lia del señor Palacios en San
Fernando,
por
50
ps,
men
suales 200 8S0

34

5 Tenientes señores
Latorre, Jaramillo,
Chrístie,
Aseui i Carrasco sueldo de
60
peses
,S3 cls. cada
uno,
eu tres
meses
1 Teniente Eeñor
Gaspar,
sueldo
por agos
to. En íetierabre i octubre no se
abona
por
falta de titulo i
por
haber
pasado
a otro
cuerpo
Al mismo oficial se le abona su sueldo
por abril, junio ¡julio por
ser o?c¡al
lie
ejército.
Véase cese id
junto
i
comprobante
núm. f!
Gratificación de rancho
para
C'iico te
nientes,
en Ires
me-'í, a 20
pesos
ca
da uno
firat fie.acion ;1» rancho
para
el tenien
te
Gaspar,
en un mes i di ice A
as,
h
20
peses mensuales. Vitoe
compro
bante núm. (i
su
deduce ron iS!ftJÍACIONF.S
La del teniente Latorre t-n
Reng", por
20
ps.
men
suales
$ CO
La del teniente Jaramillo en
Ain
Ft-nmndo,
por
20
pB,
La del teniente Chrístie en
Sun
Fernando,
por
30
pf.
mensaafe
!>0
La del tenien'e
Ascni. en
San
Fernando,
por
25
ps,
mensuales
75
La del teniente Carraco en
SiiiPem*rd...r,r,rS0
ps.

35

<i
SubtenieDles,
señores
AVhite,
Ara
vena,
Maturana, Sotomayor,
C.
Gómez,
Va,
lenznela,
O'Ryan, Itnrriaga
i Lara
tres di ejes cada
nno,
a 51
ps.
66 cts,
Comprobante
núm. 7
1394 82
2
Subtenientes,
señares
Quinta
valla i Gue
vara
por agosto 103 32
1
Subteniente,
señor
Soiua,
por
5 meses a
51
ps.
GG cts.
Comprobantes
nüms,
8,0,10
i 11
258 30
Gratificación de rancho
por
nueve sub
tenientes,
en tres
meses,
a 20
ps.
ca
da uno
540
Gratificación
parados subtenientes,
en
un mes
40
Gratificación
para
el subteniente
Sofña,
en un mes seis
dias,
según compro
bante núm. 12
24
Suma
S 2360 44
SE DEDUCE POR ASIGNACIONES
Subteniente
IVhite,
en
Talca,
por
20
ps.
mensuales
$ 60
Subteniente
Aravena,
en San
Fernando, por
20
ps.
men
suales 60
Subteniente
Maturana,
en S,
Fernando,
por
15
ps.
men
suales 45
Subteniente
Sotomayor.en
S.
Fernando,
por
20
pa.
men
suales 60
Subteniente C.
Gómez,
en
Rengo, por
20
ps.
men
suales GO
Subteniente
Valenzuela,
en
San
Fernando,
por
20
ps.
í,
desde
junio
in
clusive
1880,
son 5 meses 100
Subteniente
O'Ryan,
en San
tiago, por
15
ps.
mensua
les 45
Subteniente
Iturriaga,
en
Santiago, por
20
ps.
men
suales 60
Subteuiente
Lara,
en San
tiago, por
20
ps.
mensua
les,
desde
julio inclusive,
son cuatro meses 80
Subteniente
Quintavalla,
en
Santiago, por
20
ps
.men-
Subteniente
Guevara,
en
Rengo, por
20
ps.
men
güelas 20
se
ajustan por
i
ner nombramiento
supremo.
7
Sarjentos
1.",
con l'J
ps.
cada uno 133
28 Id 2.'
»
17 » » 171
33 Cabos 1.°
> 14 i > -ÍÜ2
34 Id 2." »
13 » » 142
Ü77 ¡Soldado* » 11 » » 10737
9
Sarjentos
2." *
17
» » com
probantes
núms.
1, 13, 14,
15 i IG.. 15;!
¡1 Cabes 1." con 14
ps.
cada uno. Com-
probantes
núms.
1, 13,
17 i 22 126
4 Cabos 2." con 13
ps.
cada uno. Com
probantes
núms.
1, 7,
13 i 23 ól
13 Soldados con 11
ps.
cada uno. Com
probantes
núms.
1, 7, 18,
23 a 28... 143
por srnraBKK
!
Sarjentos
1." con 19
ps.
cada uno..
) Id 2.» i 17 » »
L Cabos 1.° > U i »
} Id 2." * 13 > b
i Soldados ¡> 11 » »
1 Id »
11 »
Comproban
POR OOTI_BHK
;
Sarjentos
1." con lü
p=.
cada r
Id i 11 >
Comprobante
núm. 30
ABONOS
Papel para
seis
compañías,
a 1
peso
75
cts. cada
una,
en tres meses
Para luz i
lumbre,
en tres
meses,
a 50
DEMOSTRACIÓN
AUTORIZACIONES DE EJERCITO—
(Sueldos)
s Contribución sobre Haberes.

El 3
por
ciento sobre los
siguientes
sueldos:
Teniente Coronel S 1080 93
Sárjenlo Mayor
477 48
Capitanes
2348 32
Tenientes 1483 77
Subtenientes 2360 44
Tres
por
ciento sobre. $ 7760
^:w*
r
Comisaria del
Ejército
del Xorte.

Por
abonos indebidas hechos
por aquella
oficina,
según
consta del cese ad
junto é 360
Por abonos indebidos de
gratificación
de rancho al
teniente
Gaspar, según
ce
se
acompañado
82 yo 412 yo
>
Alcance
£ 37041; §o * 37633 ~M
Coronaria Jeneral.

Valparaíso, junio
20 de 1881.
FORMULARIO
N." 2.
BATALLÓN COLCHAGUA
NOMINA de los sueldos i
gratificaciones
que
corresponden
al señor Comandante i oficiales
del
espresado
en los meses de
Agosto,
Setiembre i Octubre de 1880,
tiende el valor
liquido
de la
pivst'iitr.
nm
n
Fernando,
Noviembre 1." de 1880,
V.* E.«—
(Er.
Co.MAKDA.vre)
renta
i nueve
pesos
lienta
cení
(i.-,,,»».»™,,)
rOOUMÍíTÜ
íí." 3
MI»V5JlIE\Tft
ü? f.ií¡!fií iiabido c» h\ CouiisatU Jeiierul del
Ejercito
i Aviiiiiibi en
Cnmpiiña,
desde su instalación,
21 de
mayn
de l*T!í. liustatd 3» de
junio
ili'issi,
EXTRADAS
I'nl! l,\ INTENDENCIA
JLNi':!í !.
Dinero
intjresado
del mudo
siíjitkiile:
Contribución
sobre lo* Hitbereí §
2.ÍI17S 8(i
Montepi-
^B 04
Venta de Bienes N«ciuna!es
11932 7";
Reintegros
• 1531 7Í1
Donativos
para
la Guerra
4402 ]l
Entradas Eventuales
6488 43
Contribución de thwr»
4ÍÍ1470 ¡13
Cambio
242725 51
Rfe-ib'ulo
de, las
syuirnles
o/i-citw,.":
Tesoreiín Fiscal
(Diñare
efectivo
para
la Inten
dencia Jeneral)
22180000 00
Tesorería
Fiscal
(Varios
cargos)
1720460 24 239094G0 24
Tesorería Jeneral
(Dine
ro efectivo
para
la In
tendencia
Jeneral)...
.
878000 00
Tesorería Jeueral
(Varios
cargos)
429848 33
Tesorería de
Antofagasta (Vaina
argos)
H823 SI
Tesorería de Cadera
(
Varios
cargos)
07309 43
'J\-*(iruiia de Carrizal
liajo (Varios
uargus)
28)53
,S 1
Tttortría de Chi.ñural
(Varios
cai
go*)
11-;) -'"
Tvsoreria de
Cuqiniulio
l Varias tai-
P*)
^0«t> Hi
Tegoreiia de Cuiistitiiciou
(Varios
wryus)
s:);U4 58
Tesorería de Tulcaliuano
(
Varios car-
goi-)
124H87 22
Tetoreria de
Aogul
(Varios ca.go.-)
24D10 75
Tesorería du Coronel
( Vr.ri.inoari;,.-)
!)!l^7 51
Tesurería de Corr.d
(Varios uurg.i»)
i;o:'K G4
'JWtria de
Mcii^ulli (Vat„;-
w-
\:c-i
¡>uc-2 8G
TtsureríndeAiicud
(Vnrion
ci.rj.MB)
Si» 00
T.soreri.i de Ario»
(Dinero
efectivo
par;,
la Intendencia
Jeneral)
28033 00
TeaorerU del Callan
(Dner.MtVctivo
para
la Intendencia
Jeneral)
7:)4 ¡:í j¡0
Tesoreria de
T„co|iilJa
loo 0(1
Aduanarle
Iquique
¡JU5 C5
Ajenies
Financien^ de (.'Itiie ni E.i-
ropa
3:iCC3 15
Por los
tiguitntt*
th
¡jimio
t existentes:
Por exitttttu-ias en 30 d*
junio
de 1 HH I .
a
ropa
mu.
cargo ¡*ra
la
marinería
POR LA SECCIÓN LOCAL
Por dinero
ingremulo
del modo
xitjuiente:
Contribución sobie
los Haberes
10320 65
Montepío
1524 26
Donativos
para
la Guerra. 36 90
Venta de Bienes Nacionales 734 68
Reintegros
71 74
Ferrocarril
Central
(Valor
á-¡ varios
trabajos, ejecutados
en los
buques
de la Escuadra 135956 47
Recibido
de las
siguientes oficinas:
Tesorería
Fiscal
(Varios
cargos)
201G5 70
Tesorería
Jeneral
(Varios
cargos)
27561 39
Tesorería
de Caldera 426 92
Tesorería
i Aduana de
Constitución
(Varios
car
gos)
046S 92
Tesorería
i Aduana de
Talcahuano
(Varios
car
gos)
10961 43
Tesorería de
Angol (Varios
cargOB)
7445 97
Tesorería
i Aduanade Co,
ronel
(Varioscargos)...
5641 31
Tesoreria
de Corral
(Va
rios
cargos)
800 00
TesoraríadeMelipnlli (Va
rios
cargos).
150 00 82121 73
Por los
siguientes depósitos
existentes:
De Sueldos
i Gastos
por
Pagar
1117 24
De Varios
2944 97 4062 21
Por deuda en 30 de
jimio
de 1881.
Comisariadel
Ejercito
del Norte
(Sal
do en Cuenta
Corriente)
425 37
235253 11
$
26224075 82
I

-w

SALIDAS
11>K LA ÍNTKSDKSCIA JKSLKAL
l'or los
siguientes
¡ja-iys en el
Ejército;
Sael-it.- $ -lüili'lí» 41
Víveres 2jl¡¡«24 1)2
Medicina; 377Í2 -»5
Tabaco 71702 00
Papeldefumar
4081 55
Ifielt 441 C5
Jabón
i \Vw 9218 62
Vaderas de construcción . 35290 11
Herramienta*
-
8639 81
Odres i costales ,"iu:j;¡ 50
Caballos i muías
aparejadas
39551 75
4;! tai-L-lü-ji
planas
33939 8:1
Una
máT)
u ion condensadora SM0 00
Útiles teV--_'i-á!U--:-y lK.tfi 7i
Bibluteca miliuir 1222 95
P-irn-cnrrile* ]:<C„; 91
[J.-lit:'1,-'
]:;0329 flfl
Aiid.-iilaiici:^ 116141 5!)
Muuícion.s 10125 00
S.Kis i
correaj-
10933 47
Bronce i'ii
¡land!^
19399 26
Fierro i-ra u-.-l.os

AASti 15
Arriendo
denúdela.-
17I04 8G
['¡«aje*
::;019ü c;
[■'¡eii-K a! Norte Kisoll 47
Embarqci.-
i conducci' >::<*;
167t49 03
Alquiler
de
trasprrteH
de veln S33301 80
Un» cr.n fi t
ptra
Ametralladora 850 00
112 carabirjas «TVinchei-tert
3(52 M]
Aj;is:i
2656 00
E-iacqiie»'
d.' fierr >
para agua
153*7

líj
Pipis
varías
pura
id -j'.rM 34
S>:il- s «ríe?
-
2772 00
Envases 17tí!7 07
Cüunruccíonaí
2(1702 77
Reparaciones
déla
fragata
Exelsior. 14596 96
1S552 82
Comisión al Banco
Valparaiso
98 5 5 75
3885 23
4157 77
10000 00
20133 85
7850 50
11534 88
Por tostar i moler café. . 1289 72
198151 40 5204660 48
L'i'l(-¡'0
:
Carpas
É 45947 18
lIucliÜui-csiLüas 5875L! 73
58204 52
12227 03
Ointurones cartucbe-
39180 90
S109 80
Porta-fasiles 2005 32
Fundas ds fnsiles 6171 44
Morrales
para tropa...
60116 40
Id
para
caballos 851 70
40136 50
Pelo de oso 1&0I 79
Bayeta
2122 05
Ponchos de
goma
, 543 08
277
Baldes de lona 422
Suelas,
hebillas e hilo. 252 80
Fondos
para
cocina... 815
Cucharas estañadas... 205 55
200
platos
de Jaton... 40
2100
Aiiieses 3401 25
Sillas
de montar 10058 50

46

200
correajes para
id.. 701'
239aparejoscompletos
2586 87
Jaquimones
i maneas. 562 50
Capas
i cinchas
para
cabalks
8252
Frenos
631 2,i
Espue'as
215 8o
Debajeros
229 16
Herradoras
i clavos.
-■ 1142 9ü
Forrajt:
pasto $
504062 28
Cebada
253269 72
Afrecho
996 23
Alfalfa
5<>18 II
Galleta
forraje
4076 61
Véttuario:
Dorraans
de
pañn
í
10530 55
blusas de id
280143 30
Pantalones
de id 95475 CO
Capoles
de id H5I9 15
Kepies'b'id
^0613 84
Id de brin 21690 45
Blusas de ¡d 65494 4v,
Pantalones
de id 65497 22
Brin de hilo 19C162 99
Pantalones
de dril.... 91 43
Id
de
sarga...
81 20
[d de diabla
fuerte
12816 22
Diablo fuerte
«712 29
C»raissí
1I37G2 53
Cateoncüloa
51856 02
Corbatines
3138 25
Suspensores
1229 80
Botas
698960 91
Paño militar 118935 06
~
47
-
Osnaburgo
de
algodón
9277 80
Bayeta
pellón
30520 43
Cotí de
algodón
5853 10
Felpudo 274 95
Tocuyo
28596 12
Mantas
67985 75
Botones de metal ....
4317 41
Por los
siguientes gastos
en la marina
Sueldos
Víveres
Agna
Carbón
PaBajes
Fletes.
Artículos navales
Reparaciones
Embarque, desembarque,
trasbordas
etc
Alquiler
de
trasrcr.es
a
vapor
Importe
rtil
vapor
Rimar
Id dd il Chile
Id del id
Id del id
Payta...
Valparaíso
Id del id Gavióla
Id del id
Rápido
Id de la
frsgata
Elvira Alvares...
Id d;l
vapor
Kielder Casth
Comisión de venta del mismo
vapor,
Importe
de lanchas
Id de
panules,
revolvere,
et¿...
Id de 533 temos brin
Hospitalidades
Sobre
estadías
134046S 73
578830 64
26778 29
1138455 84
13484 30
20918 11
E42725 31
339481 27
33252 69
14319 05
C4308 79
2136227 84
488571 42
214285 71
218181 81
20000
25500
9000
45(10
18000
124800
4705 88
9680
1317 67
1632
2805 58
14396 58
Subsidio estraordinario a los nánfra-
L'i's H'brevi vientes del
vapor
Loa . 8700
Dilorencin en el
precio
del
paño
veub
do de
.atropa...-
G907 O:1
Varios
gast.s
25793 SI 754fí'2S 4
Por Varios:
T morería Fircd
(pnj.idn por
su
cuenta)
19MSI £:'i
Tewrerí* Jeneral
(págalo por
su
cuenta)
I2:il*s O'
Tesorería de
Iquique (pagado por
su
cuenta)
) i -3
T-torerla
deAntufVgnstíi(pHgado |»i
su
cuenta)
54
Tesortria de Anu'i!
(pagado por
m
cuenta)
4554 79
Tesorciia de
Coquimbo {¡nigado j.i.r
Bucueut.
)
SMI75
T>s ,rería de Corral
(pa^.lo j...r
n.
Tesorería de CaMera
(¡.agudo pur
tu
□n?ní»)
''•''■' ■'.■'
Tesoreria de Ci-m^hO.ei
(¡ii^adn
l'^ncr..*)
100
Tes,
il,iadi:Takallii:,n..(|,agailipor
su
cuenta)
1322 50 ;K¡liG4« '.
Aj.
ules Financii. p de
('!
-ileen Eu
rtipn.
(Antkíj"
s
hech
>
)¡"r
m
dienta)
Ü6CÍJ :
Al Banco Nacional di
Guie, por
in-
PO¡l Ll SETC10V I.'lC.ll,
J\r lo»
tiguiente» gattes;
> Je
empleada
civiles 3823 ftíí
s ile la Guardia Nacional... SUCO K
11414 Sí

49-
Pasajes
de
cirujanos,
bolivianos
i
nn
maquinista
Reparaciones
en el
Hospital
de la
Providencia...
En el
Ejército:
Sueldos 8 48G200 81
Pasajes
54178 67
Embarques,
désembar-
ques,
eíc
8572 93
Vireres
para
el
Ejerci
to
llegado
del Xi.rte. 9G01
4!1
Carpas
3624 0(1
Hospitalidades
5167 45
526
pantalones
-
1080 25
Enganches
13489 00
Luz ¡lumbre
1433 48
Arriendo de cuarteles
1G37 50
Utí les de cocina
1030 45
Maestranza de Artille
ría
50411 55
Instalación
de cañones
15838 00
Construcción
de bate
rías
5161 50
8 cureñas de fierro
pa
ra las b-iterías
ds
Valparaíso....
7200
00
50 encerados
pura
cu
brir cañoneB
2631 64
200
estanques
de bron
ce
para
saaueteB
de
pólvora....!
700 00
rjobstí'Uceion
de
sa
quetes
i cartucboa
2SS3 ts*:
Metal amarillo
8299 íl
i'iros de bala
paraca*
rabiaa
15666 08
Varios gnHoí
29770 5-1
-
so
-
En la Marina:
Sueldos S 241S56 20
Pasajes....
14629 34
Fletes ¡ conducíanos
4674 52
Víveres 29366 10
Carbón
10341 57
Hospitalidades
1601 52
Alumbrada
7112 46
bmbarrjue,
desembar
ques,
etc 3117 80
Articulo* navales G427.1
i¡f
Arsenal de Marino.... 713G 47
Dique
de Talcahuano.
1200 00
Artillería
para
la for
tificación de la Tfla
de ¡sm Lorenio... 1179 43
Empresa
de.
Telégra
fo Americano 800 00
Enganches
2478 00
1 905
saquetes
156 5G
SOrevólversí l&OO-ar-
tuclioB 570 00
Vario*
guatos
21132 95 122752;! 23
Por Varioí:
Tesorería Fiscal
(pago
por
su
cueuta)
é 8G6 15
Tesoreria Jeueml
(pa
go ptr
su cuenta... 8450 79
Tesoreiiade Talcsbua-
no
(pago por
ea
L-uenta)
12 00
Tesorería de Chañaral
(pagopor Bucutnia)
*"
78
Tesorería de
Angol
(psgor>.M'U';iei)l*)
2C16 Al
-
51
-
Tesorería i Aduanado
(.'«.'
|uimbu(p.-igo por
su
cuenta;
1» 10
6bli 66
Reintegros
-^ 00
EXISTENCIA
EX 30 DE JTJXIO DE 1**!
EX LA SECCItlX
LOCAL
En Peudo.es
en Guarnición
S
38491 95
En
Dique
de Talcabuano
162o32 6b
fu la Comisaria
Jeneral:
En
Caja
* **™ Oti
K.u Banco Nacional
de Cbiie
21822 88
Eu Comisaria del
Ejército
del Norte
(remesas
i
libramientos)
1848511
08
En Comisaria
del
Ejército
Espedicio
nario (remesas
i libramientos
1097196 88
En Comisaria
de
Antofagasta (reme
sas i
libramientos)
G38200 20
En Comisaria
fija
de Tacna
(remesas
•uto»)
-
aJe-
En
Delegación
de la lutendeuc
oeral
{señor
TJrrutia) (dinero
en
tregado para gastos
i del
que
no
han rendido
cuenta)
En Almacenes
de Marina
(ropas
exis-
En Oficina
Jeneral de
Enganche
(di
nero
entregado para gastos
i del
cual no lian rendido cuenta)
Eu Sociedad
Nacional
de
Agricultura
(dinero
entregado para
la
compra
de
caballos)
En Comisión
Sanitaria
del
Ejército
(dinero entregado para gastos
i del
que
no h r.lidid-L
Hospital
de
Sangre
de la Providen
cia
(dinero
entregado para gasto:
i
¡lei
que
no han rendido
cuenta)...
13634 :'.
En
Hopas
con
cargo para
la MuiriK-
rin.
(Existencia
en abuteenes de la
Intendencia
Jeneral)
551 96
Eu Cuentas
por imputar
1034 87
En Cuentas
por liquidar
45213 97
Eu
Asignaciones por liquidar
812 00
Eu
Hospitalidades por liquidar
1 17
En Deudores Corrientes en
Campaña
¡Marina)
(127355 7i¡
En Deudores Corrientes
(Comisaria
de
Antofagasta)
24341 15
Eu Deudoros Corrientes
(Comisaría
del
Ejército
del
Norte)
214516 10
Eu Deudores Corrientes
(Comisaria
del
Ejército Espedicionario)
703300 1(1
En Deudores Corrientes
(Comisaria
lija
de
Tacna)
46707 39
Eu Sección
Liquidadora
1911679 28
En
Hospital
del Carmen
(dinero
en
tregado [ara gastos
i del
que
no
han" r-ndid.
cuenta)
ni;;¡ ;, ,
Eu
Compañía
S.ii Americana
(dine
ro
eutregadu j.
ara
compra
de cal
deros
para
el
vapor Amazona»)...
2<jooii on
En ÍVsorería
Departamental
^13 7G
En
Enganches j
or
liquidar
440 0U
Eu
Delegación
de la
Intendencia Je
neral
(eeficr Arce; 3182 (¡S
:
i
.:ilS_
s
E00UI1M0 ¥. 5
ESTADO
aproximativo
de lo
que
se adeuda al
Ejército Espedicio
nario al
30 de
junio
de
1881.
CUERPOS
DEL EJERCITO ALCANCE TOTAL
Fin Noviembre 1880 ...
os a caballo...
«a de
Yunga.
»
Zapadores
b Esmeralda
s Lautaro
B
Aconcagua
» Curicó
l Talca
s
Concepción
o Maule
» San Fernando ..
Brigada
da Pontoneros ..
(Xtubio
:,luy,)
12.915 i
12.H15 i
12.H1T. i
12.915 i
i-i.'y-o i
I2.1U5 :
12.105
'
12.9Í5
:
i2.o¡5 :
12.915 :
i 2.ÍH Ó .
i->.iiir, :
12,1115
.
12.:í:>7 i
12.;iíi7
i
I1.0H7
i
Ifinos 25 <¿
para responder
a la*
bajas
de dichos
cuerpos
i a loa
cargos por anticipos,
oto
,
de
(pie
do tenia co:iou;;ui(.'!ití) !u C<i.ni-:i;
í:i KH¡jC'li(:!¡nian;i
ni M de
Jimi"
"' ir"
Std.-duce el
importe
de la- deudas existentes
en la Comisaría.
Espcdiuionana.
al 30 de
y.
Saldo
que
se aleuda a los
cuerpos.
Asciende a un millón utenta mil seiscientos
trece 38/100 pesos.
Comisaría
Jeneral,
etc.—
Valparaíso,
agosto
10 de 1881,
ÜO.WO
uu
2í)!i.íilü TÜ
ír.s.H-.n;
h0
177,3.'!,5
34
i
57,738
12 ':
271.218 15
1
:-ÍUl.lV>4 2l.l
271
,'21
8 1
335,7113
9
271,218
15
271,218
1"
271.218
1
271,218
15
lu;W2!
2d
120,151
60
90,4'..!!.;
05
;
77.490 1.M
I
247.1.1-1! "0
7-US2
;!') :
72,77(1
4U
3«.7i;3 75
I
$ 3.056,790
23
» í.
980,080
85
EOOTJIENTO I." 8
REORGANIZACIÓN
DEL
SERVICIO SANITARIO DEL EJERCITO
INTENDENCIA. JENERAL DEL EJÉRCITO I ARMADA EN CAMPABA
Valparaiso,
setiembre 28 de 1880.
X." 'X'-Vl.

-Tlalik'íni.tse notado durante la
pasada campaña qne
fl Servicio S.'inihirin iit']
Ejercito
adolece de defectos revelados
por
la
esperiencia, que
conviene
subsanar,
entre loa cuales cu
uno de los
principales
el carácter
misto,
civil i
militar, qne;
lia
tenido hasta
ahora;
i no siendo
posible, por
otra
parte,
modificar
el servicio sanitario actual sino con su disolución en la
parte
re
lativa a ambulancias i servicio
especial
de los
cuerpos
del
ejér
cito, pora reorganizarlo
en una forma
completamente
civil i en
relación cotí el nuevo material
que
tendrá
qne
atender i servir:
en virtud de las instrucciones recibidas del señor Ministro de la
Guerra í de conformidad con lo acordado con el Jefe del Servicio
Sanitario del
Ejéreito
en
Campaña;
decreto:
1."

Qneda
disnelto desde el 1.° de noviembre
próximo
el ser
vicio Sanitario del
Ejército
en
Campaña,
en la
parte
relativa a
las cinco ambulancias
qne
existen
nctnnlmento,
i a los servicios
especiales
de
Tejimiento
¡batallón,
■¿_" Encárgase al Jefe del Servicio Sanitario del
Ejército
en
Campaña
don llamón Allende
I'adin,
!a
reorganización
de ese
servicio
bajo
las
siguientes
bases:
A.—El servicio será entéramentc civil,
i conforme a lo esta
blecido
por
la Convención
de
Jinebro,
i
quedará
colocado
bajo
el
amparo
i
prescripciones
de la Sociedad Internacional do la Cruz
Roja,
a
qne
se adhirió la
República por
decretos
supremos
de ^
de
junio
i 21 de
julio
del año
próximo pasado;
siendo
obligatorio
para
todos los individnos
que
lo
componen
el uso del distintivo
de la Convención
de
Jinebro,
consiente en nn brazal blanco
con cruz
roja
de 10 centímetros
de
¡nicho, que
se llevará sobre
el brazo
izquierdo;
i
quedando
absolutamente
prohibido
a ]<>•>
mismos el uso
por
ningún
motivo de nuiformes o
iii-i.íiiiuis
mi
litares.
H. El Servicio
Sanitario del
Ejercito Espedicionario
se divi
dir»
eu cuatro ambulancias,
i
hospital
volante.
MATKUIAI.
l\ida ambulancia
constará de lino camas con to.los sus útiles
¡ ,.] material necesario,
cm.forme
a his listas
que
formule el
jefe
,1c! Servicio Sanitarlu,
en
concepto
a ese número de heridos.
El
hospital
volante constará
de -VIO camas con todos los ú'i-
Ics
necesarias
para
atender
igual
número
de enfermos.
Sk> dotará
también ni Serviei" Sanitario, para
su movilización,
de un
buque
eu
que
pueda trasportar
su material
i
personal,
i
del número
.h
carros,
acémilas i
cabalgaduras
neresarin
para
el
mismo
objeto.
s,K,m
las in liciones
del Jefe .leí Servicio Sani-
tarío.
i misos
ai.
El
personal
destinado a este servicio será el
siguiente,
tenien
do
por
toda remuneración
J(»
sueldos mensuales
qne secspresnn:
_
5n
-
DIRECCIÓN
Ün
Superintendente
del Servicio
Sanitario,
sin sueldo
LTn
adjunto
de id id id id
Uu
adjunto
de id id con
§
500
Un secretario con » 200
Un estadístico con » 150
Un farmacéutico
mayor
con » 250
Dos
ayudante*
de
id,
cada mío con » 75
Un contador
jeneral
con » 300
Un
ayudante
deid con » 100
Un
carpintero
armador con » 75
Un mozo con » 40
AMBULANCIAS
(Aula ambulancia tendrá el
signíentc personal:
Un
cirujano mayor
con
Seis id
primeros
cada uno con

Doce id
segundos
cada nno con
Un farmacéutico l.°con
Un contralor con
Cinco
practicantes
farmacéuticas cada uno...
Veinte i seis
practicantes
de ci
rujia
cada uno
Sesenta mozos de servicio coda uno con
nosrrr-AL volante
Su
personal
constará de
Un médico
jefe
con
Tres id
segundos
cada uno con
Seis
practicantes
cada uno con
Un farmacéutico con
Un
ayudante
de id con
Un contralor con
Un
mayordomo
con...
S 500
» 250
» 150
» 150
» ion
» 75
» 20
S
400
» 150
p 100
» 100
» 50

GO

Un cocinero cou * 40
Un lavandero con > 40
Veinte i cinco mozos cada uno con
» 20
Los mozos de ambulancia i
hospital
tendrán
derecho,
n mas
de su
sueldo,
a raeion de
tropa.
3."

El
Superintendente
del Servicio Sanitario tiene a sn car
go
la dirección
superior
del
Cuerpo
Sanitario;
i son atribuciones
a

Proponer
los
empleados
del Servicio Sanitario i removerlos
dando cuenta
para
la
aprobación respectiva;
b

Distribuir el
personal
i material sanitario conforme lo es
time conveniente
para
atender al servicio del
ejército;
'■—Pedir a esta Intendencia Jeneral los
empleados que
nece
site cuando no le sea
posible
hacer
propuestas,
siendo entonces
provistos
los
cargos
en virtud do las
propuestas que baga
la Co
misión
Sanitaria;
d

Recabar de la Intendencia Jeneral los
útiles, medicinas,
i
demás artículos
qne
necesite
paro
el
desempeño
de la misión
confiada al
Cuerpo
Sanitario;
e

Designar
eu caso de
ausencia,
la
persona que
debe reem-
plii-íurh»,
liando cuenta a la Intendencia Jeneral
para
los fines
del
caso;
/—Dictar
los
reglamentos
i
disposiciones
internas
para
el me
jor
servicio de ambulancias i
hospitales.
4."

El
ajusto
i
pago
del
personal
sanitario se hará
por
la co
misaría del
Ejército
de
Operaciones,
en vista délos
respectivos
certificados de
revista, por
medio de
habilitado,
a los
empleados
qne tengan
nombramiento
supremo,
i
por
medio del contralor
jeneral
a los
empleados que
sean de contrata.
Recábese la
aprobación suprema para
el
presente decreto,
i
con ella la
derogación
de todos los decretos
vijentes
relativos a
ambulancias
i S rvicío Sanitario de
cuerpos; comuniqúese
i ar
chívese.
Vicente Dávila
Labráis.

61

INTENDENCIA JENERAL DEL EJERCITO I ASMADA EN CAMPABA
Valparaíso
setiembre 28 de 1880.
X. 233'

Habiéndose
reorganizado
el Servicio Sanitario del
Ejército
de
Operaciones bajo
nuevas
liases, segnn
decreto de esta
fecha núm.
232,
i siendo necesario
proveer
el
cargo
de
Superin
tendente de ese
servicio;
en virtud de las
atribuciones, qne
me
confieren los
supremos
decretos de 7 i 9 de
mayo
de
1870,
de
creto;
Nómbrase
Superintendente
del Servicio Sanitario del
Ejército
de
Operaciones
al
ex-jefe
del Servicio Sanitario doctordon Ramón
Allende
Padin,
sin sueldo
alguno
i con las atribuciones
que
le
señala el decreto citado de esta
fecha,
núni. 232.
Recábese la
aprobación suprema, comuniqúese
i archívese,
Vicente Dávila Larráin.
INTENDENCIA JENERAL DEL EJÉRCITO I ARMADA ES CAMPAÑA
Valparaíso,
.-setiend/rr 2S de 1880.
X.
'
"234.

Visto el decreto de esta fecha núm. '2'Á'i i las
pro
puestas qne
hace el
Superintendente
del Servicio Sanitario del
Ejército
de
Operaciones,
doctor don Ramón Allende Padin en
nso de las atribuciones
qne
me confieren los
supremos
decretos
de 7 i 9 de
mayo
de
1879,
decreto:
Nombróse el
siguiente personal para
la dirección i el servicio
de las cuatro ambulancias i el
hospital
volante del
Ejército
de
Operaciones, organizados por
decreto de esta Intendencia Jene
ral. fecha de hoi núm. 232 i
propuesto por
el
Superintendente
del Servicio Sanitario del
Ejército
de
Operaciones.

Ü2

DIRECCIÓN" DEL SERVICIO SANITARIO
ADJUSTO
Doctor dou
Diego
San Cristóbal
SECRETARIO
Don Marcial Gatica
ESTADÍSTICO
Don K
ajenio
It. Teña Vicuña
FARMACÉUTICO MAYOll
Don
Excquiel
Allende O.
AYUDANTE
Don
Ignacio
Silva 1!.
AYUDANTE
Don Elias Moreno
Itiysco, (muerto
eu el Li-
UOSTRALOIi JKSE8AL
Dou Ambrosio
Rodríguez
O,
CONTRALOR AYUDANTE
Don José
Mignel
Bezoain
PRIMERA AMBULANCIA
CIRUJANO MAYOR
Doctor don José Arce.

Ü3

L'UIUJAXOS
PRIJIEBOÍ
Doctor
don J. Manuel Salamanca
« » Juan Kidd
» x Ismael Rnbihu'
» » Salvador O. Feliú
u » Clodomiro
González
V.
» » José de la C. Contreras.
UIRL'JANOfi
SEGUNDOS
Don Máximo Abarca
s Pedro C. Molina
i> Emeterio
Letelier
» Ismael
Merino
» Jerman
Valenzuela Basterrica
b Moisés
Pedraza
»
Eustaquio
Diaz
» José
Portugal
b Julio Pinto
Agüero
w Emilio Moreno
Riesen
» Dositeo
Oyarznn
¡. Salvador
Silva
B.
CONTUALOH
Don
Manuel González
Gal vez.
FARMACÉUTICO
Don Amador
Araos
PRACTICANTES
FAKSIACÉ
UTICOS.
Don Carlos
Bieberacli
» Eduardo
Olivares
» Lorenzo
Miranda
» Juan de Dios Cuevas
» Efvain
Araveua
PRACTICANTES
DE CIKl'JM.
Don Nicasio
Vargas
» Vicente Soto
» Moisés
Zúnign
» Manuel Antonio Galnn
» Romelio Pizarro
b Jerónimo Guerrero
» Vicente Rosendo
» Pablo
A. Latorre
b Arturo Delfin
b Ramón Barrieutos
» Belisarío
Nufiez
b Pedro Alvarez
d Nicanor
Ugalde
b Tomas Tobar
n Evaristo Inostrosa
b David Herrera G,
., Aníbal Meza
» Cirilo
Quinteros
G.
o Pablo Diaz
» Eduardo Arrau
b C.
Reyes
» Manuel J. Gómez
» José
Venegas
» Ramón de la Paz
» Ismael Diaz
b Mannel A. Fernandez
SEGUNDA AMBULANCIA.
CIRUJANO MAYOR.
Doctor don J. M.
Ojeilu

65

CIRUJANOS PRIMEROS.
Doctor don Matías
Aguirre
s B Pastor Alvarez
» » Federico Gacitáa
» » Clotario Salamanca
» B Víctor Alcérreca
» • Flor. Pinto
Agüero
CIRUJANOS SEGUNDOS.
Don Erasmo Castro
»
J. Olivares
n Emilio
Aguayo
i
Augusto
Lezaeta
B Clodomiro Pérez C.
B Luis Avalos
Reyes
,¡ Fernando
Orcaistegui
H Pedro Fierro B,
B José de la C. González
í Emilio Sierralta
» Efrain Ferrada
0 Alf. Klickmaun.
CONTRALOR.
Don Valentín Carvacho
FARMACÉUTICO,
Don Pedro B. Castillo
PRACTICANTES FARMACÉUTICOS,
Don Manuel T. Cato
» Juan E. Castro
» Manuel Juárez
i> Anselmo 2." Fuenzalida
» Ba,mon
Redrignez
PRACTICANTES DE C1UUJIA.
Don Marcelino Urbiua
» Juan de D, Guerrero
» Pascual Vidal
b Juan
Rojas
» Abdon
Quezada
o Belisario
Bisquert
i> Manuel Ortin
b Víctor Salinas
» Floro del C.
díceres
w Abel Pumariuo
., N. Donoso
» Mannel Cautillanes
n Guillermo Chueca
» Juan N. Boza
0 Joan Marabolí
« Justo P. Ramírez
» Manuel González M,
D Ramón Bravo
»
Felipe
S. Méndez
h Víctor Dia/
> Pautaleon Cristi
» José M.
Aguirre
o Adolfo Urzna
» Francisco J. Bravo
» Francisco Pacheco
» José Gumecmdo Solar
TERCERA AMBULACIA.
Doctor
dou Al'salon Prado
CIRUJANOS PRIMEROS.
Doctor don Juan de D. Pozo
» » Mannel Saubneza
b » José
Agustín
Gana
b » Guillermo Castro
o » Francisco E, Ferrada
» »
David
Tagle
Arrate
CIRUJANOS SEGUNDOS,
Don Eíoi Sandoval
£ José Dionisio Donoso
i! Nicolás Palacios
11 Eduardo Solovera
s Alberto
Araya
£ Mamerto del
Campo
í Eduardo Martínez
B Temíst ocles Roldan
B Justo P. Merino E.
S Rodolfo L. Laviu
N. Chavez
» Juan P.
Rojas
C,
CONTRALOR.
Don Carlos
Fagalde
FARMACÉUTICO.
Don A.
Oyarzum
PRACTICANTES
FARMACÉUTICOS,
Don Emiliano Diaz de la
Vega
b Francisco Alarcon
b Manuel Madrid
» Arturo Marchant
b Luis E. Arellano

68

PRACTICANTES DE CIRUJÍA.
Don X. Costela
»
Anjel
2."
Artigas
» Moisés Cbavez
B Ensebio Galdames
d Hilarión
Scpúlveda,
B Abelardo Herrera
b Francisco
Vergara
b Francisco Donoso
a Salvador Román
» Wenceslao Pizarro
» Francisco Valdivia
b José del C. Mancilla
t> Clodomiro
Tapia
b
Eujenio
Diaz
» Francisco I. Guerra
b Mannel
Riqnelme
b Ramón Urbina
b Lindorde los Rios
b Clodomiro Muñoz
> Lorenzo Fuentes
b José Cicarilli
b Francisco Hernández
b Félix
Rodríguez
» José Antonio Aldana
» Ambrosio Luna
b Frnto R. Romero
CUARTA AMBULANCIA
CIRUJANO MAYOR
Doctor don Daniel Herrera
-
69

CTRCJAXOS PRIMEROS
Doctor don José T. Aravena
b b Marcial Gnzman
» b Aurelio Valdés
b » Federico Gutiérrez
b b
Domingo
Rivera C.
b » Matías Yurassek
CIRUJANOS SEGUNDOS
Don Alfredo
Moraga
y> José I.
Itnrriaga
» Zenen Palacio
b Zenen Herrera
b Mannel Orestes
b Juan T. Carrillo
b Jnlio Sofría
n Mannel A. Varas
ti Víctor Barros M,
b Pedro Miranda,
b TValdo Silva
» J. M. Soffia
CONTRALOR
Don Rafael H.
Vargas
FARMACÉUTICO
Don Jnan
Lomboy
PRACTICANTES FARMACÉUTÍCOS
Don Artnro Kossles
n José M.
Lopeandia
ii Fraueisra de P. Valdé8
b Rafael Cordero
b
Cayetano
Peralta Pendiente

TO

PRACTICANTES DE CIRUJ1A
Don Xatalio Diaz Pereira.
b Ensebio 2.11 Salinas
(Separado,
enero S.)
b liosendo Peña
n
Andrés Ferrari
(Xo está.]
n Nicolás Galvez
b José Simón Aravena
b José de Avila
n Adolfo Valcnzuela
(2
de diciembre. Li
cencia un
mes)
b
Eulojio Tapia
b David González
(Xo
sepresenti'i)
)> José del T. Concha
b AlamiroCliiieoii,
b Anastasio
Qniroga
b José M.
Hidalgo
B Francisco
líodriguez
b José ^biraholi
(Destituido según
tele-
b Ismael
Maiiriipic/
»
Hijinio
Santii'stcvaí;
B Juan de Dios
Rojas
■>
F.iuilio
<
'lariet
b Emilio
Jarpa
b
Francisco Ahumada
b Juan R.
Aguirrc
b Francisco
Campos
b Francisco Bulboa
b José F. Latorre Alcalde
b
Toribio
Campos
» I ¡ai non
Argandoúa
b Delfín Ramircz
b
Pioquinto
González
» Feliciano Galvoz
HOSPITAL VOLANTE
MEDICO JEFE
Doctor don Jacinto del Rio
MÉDICOS SEGUNDOS
Don Pedro Clandia
n
Juan Peralta
b
Manuel A. Coció
PRACTICANTES
Don Juan J. Mira
b Ambrosio Fino
b Cornelio Meneses
b José María Castro
» José Gutiérrez Vial
b Daniel
Figueroa
FARMACÉUTICO
Don Rafael
Miquel
CONTRALOR
Don Ramón Gaetc
AYUDANTE l'AHMAÍ'í: UTICO
Don Pedro Mira
PRACTICANTES SUPERNUMERARIOS
(Decreto
de 28 de octubre de
1880.)
Don Alberto Adriazola
>i Ambrosio Chave/
» Toribio Latorre
Aliénese a los nombrados el sueldo
qne
les
corresponde
en
virtud del citado
decreto,
número 2:i'J.de esta
fecha,
a contar des
de el 1." de noviembre
próximo,
a los
que
se encuentran actual-
¡f
mente en servicio en el
Ejército, Ambulancias n
Hospitales
Mi
litares,
i desde el dia en
que zarpen
de este
puerto
do
Valparai
so a hacerse
cargo
de sus
destinos,
a los
que
no se encuentren
en actual servicio.
Recábese la
aprobación suprema,
comuniqúese
i
archívese.
VlCRSTE DÁVILA liARRAIN,
PERSONAL DE SERVICIO DE LAS AMBULANCIAS
INTENDENCIA JENERAL PKL KJÉRCÍTO I AItMAPA ES CAMPANA
Valparaiso,
orttdre 7." de /S.SYJ
Siendo necesario
para
el servicio de laa ambulancias i su mo
vilización dotarlas del
personal conveniente, aparte
del
personal
profi
-ional
que
les
asigna
el decreto número 2\i2 de 28 del
pre
sente,
de acuerdo con el
Superintendente
del Servicio Sanitario
í en usos de las atribuciones
que
me confieren los decretos su
premos
de 7 i t> de
mayo
de 1
87ÍJ,
decreto:
Asígnase
a cada ambulancia el
siguiente personal
de servicio
Don el sueldo mensual
que
se indica:
Un cocinero con
¡$
4fl
Dos
ayudantes
de id. cada nno 20
Un lavandera 40
Dos
ayudantes
de id. cada nno 20
Un
capataz
40
Un
ayudante
de id 20
Un caballerizo
20
Ademas habrá nn mariscal herrador
para
el servicio de las
cuatro ambulancias con el sueldo mensual de 40
pesos,
Torios estos individuos tendrán ración de
tropa,
i serán
ajusta*
do número
232, para
los individuos a contrata del Servicio Sa
nitario,
Recábese la
aprobación suprema, comuniqúese
i archívese.
V. Dávila Larrain
MATERIAL DE AMBULANCIAS I DE HOSPITAL VOLANTE
6 carretones,
24 muías cou arreos.
25 animales con silla
para empleados.
2o
carpas, según
modelo,
1125
camillas,
cada una cou
2 frazadas 1250
1 almohada 625
4 sábanas 2500
Escupideras
latón
(una por
cada
dos^J
300
Jarros
para
beber 600
Escupideras
chatas 30
VAJILLA PARA ENFERMOS
Platos lata 600
Cucharas latou 1000
Cubiertos
(tenedor
i
cuchillo)
600
COCINA,
Foudos
para
12o raciones (i
Cucharones 12
Tenedores
grandes
12
Espumadores
12
Teteras
grandes
12
18
Baldes tierro
Cuchillos
grandes
Faroles
Ollas
(núm. 12)
VAJILLA PARA EMPLEADOS.
Cubiertos
completos (3)
Platos loza
Tazas con
platillo
¡ cnchara
Fuentes surtidas
Cafeteras
Faroles
Lavatorio
{jarro
i
taza)
Tetera
fierro, grande
,
Jarritos lata
para
beber
ÚTILES DE CURACIÓN PARA PRACTICANTES.
l'alati^anas
curación
Jeringas
de id
Estuches
para practicantes
(1 tijera;
1
pinza;
1
sonda;
1
estilólo)
Esponjas (libras)
,
Encerado
(metros)
Baldes madera
Morrales
Delantales
Caramayolas
ÚTILES PARA CIRUJANOS PRIMEROS.
Lsinches do 1/ clase.
r¡iriiinay.ilan
Delantales
ÚTILES PARA CIRUJANOS SEGUIDOS,
Estuches de 2.a clase 12
Caramayolas
12
Morrales 12
Delantales 24
ARSENAL DE CIRUJÍA,
Cajas amputación
i receccion 3
Jeringas hipodérmieas
6
Id.
para
enemas G
Id. curación
(repuesto)
12
Aparatos
Esmarch 6
Tubos
drainage (surtidos)
metros 40
Sondas
vesicales,
id 12
Termómetros clínicos 12
Llaves
para
muelas,
una
caja.
Hilo de
sutura,
surtido.
Agujas para
id. surtidas.
Hule de seda.
Escarificadores i vasos 3
Tira
balas,
surtidos 12
Irrigadores para
curación 12
Sondas Xelaton 2
Pinzas, tijeras,
bisturíes
(sueltos).
Fierros
para
cauterio
(4)
nn
jnego.
Aparatos
de
fractnra, latón, alfileres, tablillas,
alambres, estopa, yeso, dextrina, vendas, hilas,
algodón,
tela
emplástica, tijeras para alambre,
id.
para jénero.
Lámparas
de alcohol 4
Faroles
para
alumbrado
jeneral
25
Etiquetas para
heridos 1500
Barriles
para agua (2
arrobas cu 12
MATERIAL PARA US HOSPITAL VOLASTE DE oOO CAMA:
500 Catres
tijera (modelo).
500 Bacenillas latón.
500 Jarros
para agua (chicos, laton).
600 Platos lata.
600 Tazas id.
600 Cucharas.
600 Cuchillos.
600 Tenedores.
000 Colchones
paja.
600 Almohadas.
1200 Frazadas.
2000 Sábanas,
6 Faroles
grandes (salón).
24 Id. chicos.
J4 Baldes fierro.
12 Id. madera.
60(1
Etiquetas
de lata
(numeradas
de I a
fililí),
12
Escupideras
latón chatas,
Fondos, capacidad para
125 raciones cada uno... 0
Cucharones

Tenedores 6
Espumaderas
6
Teteras fierro :j
üllns
(uúm. 12)
(i
Cuchillones li
Hacha chica ]
VAJILLA PARA EMPLEADOS.
Cubiertos
completos
20
Platos de loza 100
Pocilios con
platillo
i cucliarita 20
Fuentes surtidas 6
Cafeteras 2
Faroles 3
Lavatorios latón
(jarro
i
taza)
2
Tetera
grande,
fierro ]
Jarritos lata
para
beber
20
ÚTILES DE CURACIÓN.
Palanganas para
curación — 25
Jeringas
de id
12
Estudies de id ,
6
Esponjas (libras)
3
Encerado
(metros)
20
Delantales 12
Morrales 6
Caramayolas
6
Estuche de I." clase 1
Id. de 2.a id 3
Delantales 8
Caramayolas
4
ARSENAL DE CIRUJIA.
Caja amputación
i resección 1
Jeringas hipodérmicas
2
Id.
para
enemas 2
Aparatos
Esmarch 2
Tubo
drainage (metros)
25
Sondas
goma
vesicales 24
Vendas, hilas, yeso (quintales)
2
Dextrina 1
Aparato
fractura,
Tablillas,
Alambre
telegráfico (metros)
50
Estopa alquitranada (libras)
200
Algodón
fenicado id 50
Lámpara
alcohol 4
Tijeras
alambre 2
Id.
para jéuero
2
Hilo de sutura.
Agujas
i alfileres
(surtidos).
Cauterio actual
(juego)
1
Tela
emplástica (metros)
12
Barriles
para agua
t)
Estuches
para
muelas 1
Irrigadores para
curación "5
DECRETOS SUPREMOS
QUE
APRUEBAN EL PLAN DE REORGA
NIZACIÓN DEL SERVICIO SANITARIO
REPÚBLICA DE CHILE
MINISTERIO DE LA GUERRA
Stifítinyo,
setiembre 2U de 1880.
Vista la nota
anterior, apruébase
el decreto
qne precede
es
pedido
cou fecha 2* del actual
por
la Intendencia Jeneral del
Ejército
i Armada ordenando la disolución del Servicio Sanitario
del
Ejército
eu
Campafia,
i su inmediata
reorganización, bajo
las
bases
que
en él se indican.
Tómese razón i
comuniqúese.

Pinto.

./. F.
Vergara.
MINISTERIO DE LA OUKRRA
Santiago,
setiembre 30 de 1880.
S, E. ha decretado hoi lo
que sigue:
Vista la nota
que precede, apruébase
el decreto
espedido
con
fecha 28 del actual
por
la Intendencia Jeneral
del
Ejército
i
Ar-

79

mada en
Campaña,
nombrando S
upe
rint endenté del Servicio Sa
nitario del
Ejército
de
Operaciones
al doctor don Ramón Allen
de
Padin,
sin
goce
de sueldo i con las atribuciones
qne
le señala
el decreto de
reorganización
de dicho servicio.
Tómese razón i
comuniqúese.

Pisto.

M. García de la
Huerta.
MINISTERIO DE LA GUERRA
Santiago,
setiembre 30 de 18S0.
S. E. ha decretado hoi lo
*[ne sigue:
Vista la nota
qne precede, apruébase
el decreto
espedido
con
fecha 28 del actual
por
el Intendente Jeneral del
Ejército
i Ar
mada en
Campaña, por
el cnal se nombra el
personal para
la di
rección i el servicio de las cuatro ambulancias i el
hospital
vo
lante del
Ejército
de
Operaciones
i
propuesto por
el
Superinten
dente del Servicio Sanitario de esc
ejército,
Tómese razón i
comuniqúese.

Pinto.

José F.
Vergara.
Valparaíso,
octubre 14 de 1880,
S/' 262.

Visto lo
espuesto por
el
Superintendente
del Servi
cio
Sanitario,
sobre la necesidad de aumentar el
personal
del ser
vicio i movilización de las ambulancias establecido
por
decreto
de 1.° del
presente
núm.
238,
i en uso de las atribuciones
que
me
confieren los decretos
supremos
de 7 i 9 de
mayo
de 187U. de
creto:
Auméntase el
personal
de servicio de cada ambulancia con
uu
capataz
i dos
arrieros,
con el sueldo mensual de 40
pesos
el
primero
i 20
pesos
cada uno de los últimos.
Estos individuos tendrán ración de
tropa,
i serán
ajustados
i
pagados
en la forma señalada
por
decreto de 28 del
pasado
núin.
232
para
los individuos a contrata del servicio sanitario.
Recábese la
aprobación suprema, comuniqúese
i archívese.
Vicente Dávila Larrain,

80

El anterior decreto fué
aprobado porel Supremo
Gobierno
con fecha 16 del corriente.
Valparaiso,
noviembre 5 de 1 Ss< '.
X." 283,

Visto lo
que espone
el
Superintendente
del Servicio
sanitario en
telegrama dirijido
desde Tacna con fecha de
ayer,
segnu
el cual es
indispensable
aumentar en cuarenta individuos
el
personal
de mozos de servicio
para
las
Ambulancias;
en uso
de las atribuciones
que
me confieren los
supremos
decretos de T
i í) de
mayo
de
1S71>,
decreto:
Auméntase en cnarenta mozos de servicio el
personal
del Ser
vicio Sanitario establecido
por
decreto de 28 de setiembre últi
mo núm.
232,
con el mismo sueldo i la ración de
tropa que
ese
decreto
asigna
a los de su
clase;
debiendo hacerse el
pago
de es
tos individuos conforme a lo
dispuesto
en el artículo 4." del ci
tado decreto de 28 de setiembre último,
Recábese la
aprobación suprema, comuniqúese
¡ archívese,
Vicente Dávila Lakrain.
ESPECIFICACIÓN DE LOS SUELDOS
DE LOS INDIVIDUOS
QUE
HAN SERVIDO EN LAS AMBULANCIAS.
HOSPITALES,
I SERVICIO DE LA INTENDENCIA JENERAL
Superintendente
del Servicio Sani
tario
(sin sueldo)
,
Adjunto
$
500
Secretario
» 200
Estadístico
» 150
Farmacéutico
Mayor
» 250
Ayudantes
de Farmacéutico
» 75
Contralor Jeneral » 300
AyLdante
de id » 100
Cirujanos Mayores
de Ambulancia. » 500
Cirujanos
Primeros » 250
Cirujanos Segundos
» 150
Farmacéuticos » 150
Contralores de Ambulaucia » 100
Practicantes » 75
Carpintero
Armador » 75
Mayordomo
» 40
Mozos » 20
Cocineros,
Lavanderas, Capataces
i
Mariscal Herrador » 40
Ayudantes
de éstos » 20
Hospital volante
Médico Jefe » 400
Id
Segundo
.-. » 150
Practicantes » 75
Farmacéutico » 100
Ayudante
de Farmacéutico » 75
Contralor » 1(
Mayordomo
» I
Cocinero i Lavandera »

Mozos » !
Hospital de Antofagasta
Médico Jefe Administrador » 300
Cirujano
Primero » 200
Id
Segundos
» 140
Contralor Estadístico j> 100
Farmacéutico i Guarda Almacenes. » 100
Farmacéutico
Segundo
» 80
Practicantes » 77
Capellanes
con rancho » 30
Mus ración
de
tropa,
I Mas
í de
Mas ración
rropa.
Hospital de
Iquique
Médico en Jefe i de Plaza » 400
Id
Segnudos
» 230
Cirujanos Segundos
u 115
Practicantes » 76
Administrador » 150
Farmacéutico » 140
Capellán (por rancho)
n 30
Cociuerodel
Hospital
» 40
Id del Lazareto » 25
Ayudantes
de
Cocina,
Lavado i Mo
zos » 18
Hospital de Pisagua
Médico en Jefe i de Plaza » 240
Cirujano Segundo
«
115
Contralor > 115
Farmacéutico » 115
Practicantes > 76
Capellán (porr&ncbo)
» 301
Cocinero del
Hospital
» 30 í
ltadou
Id del Lazareto b
.
25
}
javanderos,
Mozos
"
dautes de Coeim
ivanderos,
Mozos. Veladores i
Ayu-
1
18]
Je
tropa.
LA CONVENCIÓN OEJINEBRAI SUS MODIFICACIONES
POSTERIORES
CONVENCIÓN INTERNACIONAL DE JINEBRA DE 22 DE
AGOSTO DE 1864
Art. 1." Las Ambulancias i los
Hospitales
Militares serán
reconocidos neutrales i como tales
protejidos
i
respetados por
los
belijerantes,
mientras
haya
en ellos enfermos i heridos.

83

La
neutralidad cesará si estas Ambulancias
u
Hospitales
es
tuvieren
guardados por
una fuerza militar.
Art. 2." El
personal
de las Ambulancias i de los
Hospitales,
incluso la
Intendencia,
los servicios de
sanidad,
de administra
ción,
de
trasporte
de
heridos,
así como
capellanes, participarán
del beneficio de la neutralidad cuando
ejerzan
sus funciones i
mientras
haya
heridos
para recojer
o socorrer.
Art. 3.° Las
personas designadas
en el articulo anterior
po
drán,
aun
después
de la
ocupación por
el
enemigo,
continuar
ejerciendo
sus funciones en el
Hospital
i Ambulancia en
que
sir
van o retirarse
para incorporarse
al
cuerpo
a
que pertenezcan,
En este
caso,
cuando estas
personas
cesen en sus
funciones,
serán
entregadas
a los
puestos
avanzados del
enemigo, quedando
la
entrega
al cuidada del
ejército
de
ocnpacion.
Art. 4." Como el material de los
Hospitales
Militares
queda
sujeto
a las
leyes
de la
guerra,
las
personas agregadas
a estos
Hospitales
no
podrán,
al
retirarse,
llevar
consigo
mas
que
los
objetos que
sean de su
propiedad particular.
En las mismas
circunstancias, por
el
contrario,
la Ambulan
cia conservará su material,
Art. 5." Los habitantes del
país que presten
socorro a los he
ridos serán
respetados
i
permanecerán
libres.
Los
jenerales
de las
potencias belijerantes
tendrán la misión
de advertir a los habitantes del llamamiento hecho a su huma
nidad i la neutralidad
que
resultará de ello.
Todo herido
recojido
i cuidado en una
casa,
le servirá de sal
vaguardia.
El habitante
que
hubiera
recojido
heridos en su
casa,
estará
dispensado
del
alojamiento
de
tropas,
así como de una
parte
de las contribuciones de
guerra que
se
impusieren,
Art. 6.° Los militares heridos o enfermos serán
recojidos
i
cuidados,
sea cual fuere la nación a
que pertenezcan.
Los co
mandantes en
jefe
tendrán la facultad de
entregar
inmediata
mente a las avanzadas
enemigas
los militares heridos durante
el
combate,
cuando las circunstancias lo
permitan
i con el con
sentimiento de las dos
partes.
Serán enviados a su
país
los
que después
de curarlos fueren
reconocidos inútiles
para
el servicio.
También
podrán
ser enviados los
demás,
a condición de no
volver a tomar las armas mientras dure la
guerra.
Las evacuaciones, cou el
personal que
las
dirija,
serán
prate-
jidas por
ana neutralidad absoluta,
Art. 7." Se
adoptará
una bandera distintiva i uniforme
para
los
Hospitales,
Ambulancias i
evacuaciones, que
en todo caso irá
acompañada
de la bandera nacional,
También se admitirá un brazal
para
el
personal
considerado
neutral;
pero
la
entrega
de este distintivo será de la
competen
cia de las autoridades militares.
La bandera i el brazal llevarán O":
Hoja
en fondo blanco.
Art. S." Los comandantes en
jefe
de los
ejércitos belijerantes
fijarán
los detalles de
ejecución
riel
presente Convenio, según
las
instrucciones de sus
respectivos Gobiernos,
conforme a los
prin
cipios jenerales
enunciados en el mismo,
MODIFICACIONES DE PARÍS EN 20 DE AGOSTO DE 1SI¡7
Art. 1.° Las
Ambnlancias,
los
Hospitales
i todo el material
destinado al socorro de los heridos de tierra i
mar,
serán recono
cidos
neutrales,
i como
tales, protejidos
i
respetados
con
arreglo
a las
leyes
de la
belijeraucia.
Art. 2." El
personal
de los
Hospitales
i de las Ambulancias
de tierra i
mar,
comprendiendo
los servicios de
sanidad,
de ad
ministración i
trasporte,
como asimismo la asistencia
relijiosa,
participarán
de los beneficios de la neutralidad.
Art. 3." Las
personas designadas
en el
precedente
artículo
podrán,
si caen eu manos del
enemigo,
continuar llenando mis
funciones en la
Ambulancia, Hospital
o
buque designado.
So
metidos a la autoridad del
enemigo, conservarán,
sin
embargo,
su
condición i
jerarquía.
Este
Hospital
Sanitario no será retenido
por
mas
tiempo qne
el
exijido por
la asistencia de los
heridos, pero
el comandante en

85

jefe
del
ejército
o de las fuerzas navales victoriosas decidirá
cuando
podrá
retirarse.
El
personal
sanitario i
administrativo,
como también los ca
rruajes,
los
buques
i todo el material del uso de los
heridos,
con
tinuará funcionando sobre el
campo
de batalla o sobre las
aguas
de
combate,
auu
después
de ser
ocupados
estos
lugares por
el
ejército
o
por
las fuerzas neutrales victoriosas. So
obstante,
los
heridos levantados
quedarán
en
poder
del vencedor.
Art. 4." Los miembros de las sociedades de socorros a los he
ridos militares de los
ejércitos
ae tierra i mar de todos loa
países;
asi como su
personal
auxiliar i su
material,
sou declarados neu
trales,
Las sociedades de socorras se
pondrán
en directa
correspon
dencia con los cuarteles
jenerales
de los
ejércitos,
o con los co
mandantes de las fuerzas navales
por
medio de
representantes.
Las sociedades de
socorros,
de acuerdo con sus
representantes
en los cuarteles
jenerales
o cerca de los comandantes de las fuer
zas naval
es, podrán
enviar
delegados que
irán en
seguimiento
de
los
ejércitos
o de las flotas sobre el teatro de la
guerra,
i secun
darán los servicios sanitario i administrativo en sus funciones,
Art. 5." Los habitantes del
país,
así como los enfermeros vo
luntarios
que
lleven socorros a los heridos, seráu
respeta
los i
protejidos.
Los
jenerales
en
jefe
de las
potencias belijerantes,
invitarán
por
medio de una
proclama
a los habitantes del
país
a socorrer
a los heridos del
enemigo,
coiuo si
perteneciesen
a' un
ejército
o
a una marina
amiga.
Todo herido
recojido
o cuidado eu una casa le servirá de sal
vaguardia.
Todo
buque eucargado
de
recojer
heridos o
náufragos,
estará
bajo
la
garantía
del
pabellón
mciiuiuiia-.lo en <-] art. 7.'
Art. 0.° Los militares enfermos serán
recojidos
i
cuidados,
sea cual fuere la nación a
que pertenezcan.
Todo herido cuidado eu manos del
enemigo
es declarado neu
tral,
i debo ser devuelto a las autoridades civiles i militares de
su
país,
con el
objeto
de
que
toraeu a sus
hogares
cuando las
circunstaHcias lo
permitan
i de común acuerdo eutre ambos be
lijerantes
Los
convoyes
del servicio de
sanidad,
con el
personal qne
los
dirija,
estaráu cubiertos cou la neutralidad mas absoluta.
Art. 7.° Para los
Hospitales, Ambnlancias, deposito
de ma
teriales i
convoyes
de servicio sauitario en los
ejércitos
de tierra
i
mar, adóptase
una bandera i un
pabellón
distintivo i un uni
forme. Deberán
ir,
en
cualquier caso, acompañados
de la bande
ra o del
pabellón
nacional,
También se admitirá un brazal
para
el
personal
neutralizado.
Este brazal se
entregará
exclusivamente
por
las autoridades
militares, que
crearán
para
él una contraseña.
Toda
persona que
indebidamente lleve el
brazal,
será someti
da a las
leyes
de la
guerra.
La
bandera,
el
pabellón
i el
brazal,
llevaren la CHUZ HOJA
sobre fondo blanco.
Art. 8." El
ejército
victorioso está eu el deber de
amparar,
mientras lo
permitan
las
circunstancias,
los soldados eaidos so
bre el
campo
de
batalla, para preservarlos
del
pillaje
i de loa
malos tratamientos i de enterrar a los
muertos,
conformándose
estrictamente a las
prescripciones
sanitarias.
Las
potencias signatarias
cuidarán de
qne,
en
tiempo
de
gue
rra,
cada militar
vaya pro
vis tu de un
signo
uniforme i
obligato
rio, apto para
identificar la
persona.
Este
signo
indicará su nom
bre,
el
lugar
de su
nacimiento,
como también el
cuerpo
del
ejér
cito, Tejimiento
i
compañía
a
que
esté afiliado. Eu caso de muer
te,
este documento deberá retirarse antes de la
inhumación,
i
remitirse a la autoridad civil o militar del
país
natal del difunto.
Las listas de
muertos,
de
heridos,
de enfermos i de
prisione
ros,
serán
comunicadas,
en todo lo
posible,
inmediatamente des
pués
del
combate,
al comandante del
«jército enemigo, por
la
via
diplomática
i militar.
Por lo mismo
que
el contenido de este artículo es
aplicable
a
la marina i
ejecutable por ella,
será observado
por
las fuerzas
navales victoriosas.
Art. 9.a Las altas
potencias
contratantes
oblíganse
a intro-

87

ducir en sus
reglamentos
militares las
modificaciones
indispetl*
sables
por
consecuencia de sn adhesión al Convenio.
Ordenarán
que
éste sea
esplicado
a las
tropas
de tierra i mar
en
tiempo
de
paz,
i
puesto
a la orden del dia en
tiempo
de
guerra.
Los comandantes en
jefe
de los
ejércitos
o de las fuerzas na
vales
belijerantes,
velarán
por
la estricta observancia del Con
venio,
i
regularán
a este
efecto,
los detalles de la
ejecución.
La inviolabilidad de la neutralidad enunciada en este Conve
nio,
debe ser
garantida por
declaraciones
uniformes, publicadas
en los
códigos
militares de las diversas naciones.

Paris,
29 de
agosto
de 1867.
ARTÍCULOS ADICIONALES AL CONVENIO DE JINEBRA PRESENTADOS
EN 20 DE AGOSTO DE 1868.
Artículo 1." El
personal designado
en el artículo 2.° del Con
venio continuará
prestando
sus servicios
después
de la
ocupa
ción del
enemigo,
i
según
las necesidades lo
requieran,
a los en
fermos i heridos del
Hospital
o Ambulancia a
cuyo
servicio se
hallen.
Cuando
pida retirarse,
el comandante de las
tropas
de
ocupa
ción señalará la hora de la
salida, que
no
podrá
retrasar sino
por
corto
tiempo
i en caso
qne
las necesidades militares así lo
exijan.
Art. 2." Las
partes belijerantes adoptarán
las
disposiciones
convenientes a fin de
asegurar
al
personal
neutralizado
quo pue
da caer en mauos del
ejército enemigo
el
completo goce
de sus
garantías,
Art. 3." Para los casos
previstos
en los artículos 1." i 4." del
Convenio,
se entenderá
por
Ambulancias los
Hospitales
de cam
paña
i demás
alojamientos temporales que, siguiendo
a las tro
pas
en los
campos
de
batalla,
reciben a los enfermos i heridos,
Art. 4."
Según
el
espíritu
del artículo 5." del Convenio i las
reservas
indicadas en el
protocolo
de
1864, queda
sentado
que
la distribución de
alojamientos
de
tropas
i contribuciones de
guerra
sea
equitativa,
teniendo eu cuenta el caritativo celo des
plegado por
los habitantes.
Art. 5." Por estension del artículo 6." del
Convenio,
se esti
pula que escepto
los
oficiales, cuya posesión pnede
influir eu la
suerte de los
ejércitos,
i eu los términos señalados
por
el
párra
fo
segundo
del citado
artículo,
los heridos
eojidos por
el enemi
go
sean vueltos a su
pais después
de curados, o antes si fuere
posible, aunque
no estén inútiles
para
el
servicio,
si bicu a con
dición de no volver a tomar las armas durante la
guerra,
ARTÍCULOS ADICIONALES AL CONVENIO tlEl-'BR UNTES A LA MARINA.
Art. 0." Las embarcaciones
que por
su cuenta i
riesgo
reco
jan
heridos durante el combate i
después
de
él,
o las
que
ha
biéndolos
recojido
los conduzcan a bordo de uu
tinque
neutro u
hospitalario, gozarán
hasla llenar su misión de toda la neutrali
dad
que
las circunstancias del combate i la situación de los bu
ques comprometidos piTinitali aplicarles.
Art, 7." La
apreciación
de estas circunstancias
queda
confiada
a los humanitarios sentimientos de los combatientes.
Los
náufragos
i heridos
recojidos
i salvados de este
modo,
no
podrán
volver a servir durante la
guerra.
Se declara neutral el
personal relijioso,
médico i
hospitalario
de toda embarcación
capturada, pudietido
al desembarcar reco-
jer
los
objetos
c instrumentos de
«rujia
de su
propiedad parti
cular.
Art. 8." El
personal designado
en el artículo anterior debe
continuar
desempeñando
sus funciones en la embarcación
captn-
radn, ayudar
a las evacuaciones de los heridos hechos
por
el ven
cedor, quedando después
en libertad de volver a su
país
en la
forma
prescrita
en el
párrafo segundo
del
primer
artículo adi
cional antes citado.
Las
estipulaciones
del
segundo
artículo adicional
qne precede,
son
aplicables
al tratamiento de esto
personal.

80

Art. 9." Los
bnqnes-hospitales
militares
quedan
sometidos a
las
leyes
de la
guerra
en lo relativo a su
material, que pasa
a
ser
propiedad
del
que
lo
captura; pero
éste no
podrá
retirarlos
de su
destino
especial
durante la
guerra.
Art. 10. Todo
buque mercante,
cualesquiera que
sea su nacio
nalidad,
cargado
esclnsi vamente de heridos i de enfermos
para
su
trasporte,
esfá
proi.ejido por
la
neutralidad;
pero
solo la vista
de un crucero
enemigo,
notificada eu el diario de
navegación,
imposibilita
a los heridos i enfermos
para
volvr a tomar
parte
en la
guerra.
El crucero tendrá también el derecho de
dejar
a
bordo un comisionado
para acompañar
al convoi i
asegurarse
de
la buena fé de la
operación.
Si el
buque
mercante contiene ademas
cargamento,
también
le
proteje
la
neutralidad,
siempre que por
su naturaleza no deba
ser c nfiscado
por
el combatiente.
Los
belijerantes
conservan el derecho de
prohibir
a los
buques
neutrales toda comunicación i movimiento
que juzguen perjudi
cial al secreto de sus
operaciones.
En casos
urjeutes podrán
los comandantes en
jefe
hacer con
venios
particulares para
neutralizar accidentalmente i de una
manera
especial
los
buques
destinados, a la evacuación de heri
dos Í de enfermos.
Art. 11. Los marinos i militares
embarcados,
enfermos o he
ridos,
de
cualquiera
nación
que
sean,
deberán ser
protejídns.
i
c ¡dados
por
los
captnradores.
La vuelta a su
patria
está
sujeta
a las
dí-posí,.'io:,¡'s
iiel artí
culo 6." del Covcnio i del artículo 5." adicional.
Art. 1 2. La bandera distintiva
quo
se ha de unir al
pabellón
nacional
para
indicar
que
un
buque
o
cualquiera
otra embarca
ción reclama los beneficios de la
neutralidad, según
los
princi
pios
de este Convenio,
será el
pabellón
blanco con ernz
roja.
I,i is
belijerantes pueden ejercer
en este
punto
cuantas
compro
baciones
juzguen
necesarias.
Los
buques-hospitales
militares se
distinguirán por
su
pintu
ra
citerior,
blanca con una batería
verde.
Art. 13. Los
buques hospitalarios sostenidos
por
cuenta de
2o

yo
las sociedades de socorro reconocidas
por
los Gobiernos
signata
rios de este
Convenio, que
estén
provistos
de un documento del
soberano
que haya
dado la autorización
espresa para
su arma
mento i certificación de la autoridad marítima
competente,
es-
presando que
han sido sometido a su
víjÜaucia
durante su ar
mamento i hasta su salida
definitiva,
i
que por
entóneos estaban
acondicionados únicamente
para
el
objeto
de su
misión, serán
considerados
neutrales,
lo mismo
qnv
todo su
personal.
S-TÚii
respetados
i
protejidos por
los
belijerantes,
Se darán a conocer
izando,
en unión de su
pabellón
nacional,
la bandera blanca con cruz
roja.
El distintivo del
personal
en el
ejercicio
de sus funciones será un brazal de los mismos colores.
fiii
pintura
esterior será blanca con batería
roja.
listos
buques pre.staráu
socorro i asistencia a los heridos i
náufragos
de los
belijerantes,
sin distinción de nacionalidad,
Xo estorbarán eu manera
alguna
los movimientos de los com
batientes. Obrarán
por
su cuenta i
riesgo,
lo mismo durante el
combate
que después
de él.
Los
belijerautes
tienen sobre ellos el derecho de
eomproba-
cion i ile visita,
pudieudo
rehusar su comaii-su i mandarles ale-
f.os herirlos i
náufragos recojidos por
estos
buques
no
pueden
ser reclamados
por ningún"
de los
combatientes,
pero quedan
ul'Ü^ad-is
a uo volver a servir durante la
guerra.
Art. 14. En las
guerras
marítimas toda
sospecha
fundada de
que
miu de los
belijerantes
se
aprovecha
di; los beneficios de la
neutralidad con miras
ajenas
ni interés de b>s heridos i en fer
inos,
autoriza al contrario
para suspender por
su
parte
el Con
venio hasta
que pruebe que
no hubo mala fé. Si esta
sospecha
llegare
a ser
cierta, puede
ser
suspendido
el r<,uvi ■;,!,, minino
durante toda la
guerra.
Art. 10. De la
preseute
acta se esteuderá uu solo
ejemplar
orijinal, que
será
depositarlo
en ios archivos de la CoiifVderacion
S,>
entregará
una
copia
auténtica de esta
arta,
invitando la
adhesión
a cada añade las
potencias signatarias
del Convenio

91

de 22 de
agosto
de 1^64. lo mismo
que
a las
qne
sucesivamente
se
vayan
adhiriendo.
En fé de lo cual los infrascritos
comisionados han autorizado
el
presente proyecto
de artícnlos adicionales i
puesto
en él el se
llo de sus anuas.
Hecho eu Jinebra el dia 20 del mes de octubre de lSíis.
A.dnesion de las
potencias belijerantes
a la Convención de Jinebra.
CU T i, i-:.
MiyiRTKRIO DE IÍELACIOXES EsTKIilOKKS.
Sanfita/o.jt/ttioL^drlSrO.
Considerando:
que
las
estipulaciones
del Convenio de Jinebra
ibedweii a elevados > ■nriniieutos ,.[,■ Iiumaiiida i.
dignos
de ser
acatados
por
toda nación civilizarla:
Considerando;
que
el Gobierno del Perú ha manifestarlo va
sn adhesión a las
estipulaciones
riel Convenio:
Considerando:
que
la observancia
por
ambos
belijerantes
de
las humanitarias i
jenerosaá disposiciones qne aquél consigna.
contribuirá a suavizar los males
inseparables
de la lucha en
que
ambos
países
se encuentran
empeñados:
He acordado i decreto:
Primero.

Acéptansc por
el Gobierno de
Chile,
en la
guerra
que
sostiene contra el
Perú,
los ocho artículos del Convenio In
ternacional
de Jinebra. fecha -11 de
agosto
de
ISu-i,
qne copia
dos a la letra dicen así:
(En
el decreto
del Gobierno de Chile
aparecen copiados aquí
los ocho artículos
de la Convención
primeva
de Jinebra.
que
se
han
insertado en la
pajina 21).

02

Siyund-j.

Por los Ministerios
respectivos
se
espedirán
las
órdenes conducentes a la fiel observancia
por parte
de Chile de
las
estipulaciones qne preceden.
Tercero.

Tan
pronto
como el Gobierno de Chile
tenga
cons
tancia oficial de
que
Bolivia se adhiere también
por
su
parte
a
las conclusiones del Convenio
citado,
las
disposiciones
del
pre
sente decreto se harán estensivas a las
Ambulancias,
Hospitales
Militares i
persona! ocupado
en el servicio sanitario del
ejército
de
aquella liepáblicn.
Tómese razón i
comuniqúese.

Pisto.

Jorje
llitmrtts.
V E lí
V
.
Mini-ítiviio de Relaciones Ksi'i-üiiorrs,
Lima,
junio
I de, lf¡?!>.
Tengo
la honra de acusar recibo de la
respetable
nota de V.
S.,
fecha 10 de
mayo
último,
en ¡a
que
me
participa que
ci <
loliii>r-
no ríe Chile se a ll.irio a la Convención de 22 de
agosto
de
1M14,
i
que
se halla autorizado
para
solicitar la adhesión del Gobier
no
peruano
a c-sta obra humanitaria.
En
contestación,
me
complazco
sobremanera
pnih-r
participar
a V. S.,
que
mi l.oii'erno se
apresuro
a
aceptar
las conclusiones
dula Convención de
Jinebra,
de -0 de octubre de
iMi*, cuyo
testo mando
publicar
oficial
mente,
según
consta de la
copia
del
decreto
supremo
fecha 2 de
mayo próximo pasudo, que
mees
grato
remitir a V. S.
bajo
este sobre.
Cumplo
asi mismo
poner
eu conocimiento de V. S.
que
el dia 3 de
mayo citado,
S. E. el
Presidente de la
Üepública, jeneral
don Mariano
Ignacio Prado,
eu contestación a la carta íc V.
S.,
de 1-s de abril de
1S7!),
sobre
este mismo asunto. ],■ conte-tó a V. S. avisando!.- la
aceptar-ion

93

de las
conclusiones a
qne
le he hecho referencia.
Acepte
V. S,
las
seguridades
de mi alta consideración,
(Firmado).—
Manuel Irigoyen.
Al honorable señor don Eduardo Seve.
Encargado
de
Negocios
de
Béljica
ea el Pacífico.

Santiago,
MINISTERIO DE RELACIONES ESTEBKJKEK
Lima,
2 de
mayo
de 1879.
Siendo evidente las
ventajas
de la sociedad de la «Crnz
Rojaw
eu favor de los mas obvios deberes de la
humanidad,
el Gobierno
acepta
las conclusiones de la Convención de Jinebra de 20 de
octubre de
1868, cuyo
testo se
publicará
oficialmente. El ^Minis
tro de Relaciones Esteriores
adoptará
las medidas conducentes
para
la
incorporación
del Perú en la unión
jeneral.
Rejístrese
i
comuniqúese.

Rúbrica de S. E.

(Firmado)

Paz Soldán.
Lima,
Junio 7 de 1879.
Señor Ministro de Estado eu el
despacho
de Guerra i Marina:
El señor Ministro de la
República
de
Chile, por
conducto de
la
Legación belga
en
Santiago
i de la Junta de Ambulancias de
esta
capital,
indica la couveniencia de dar a conocer la adhesión
délos Gobiernos del Perú i Chile a la Convención de Jinebra
qne
ha creado la obra humanitaria de la Cruz
Poja,
a
cuyo
íiu
pudiera
darse de esto noticia en la orden
jeneral
de ese Ministe
rio a todas las
tropas
de mar i tierra.
Siendo obvias las razones de conveniencia
que
existen
para
dar
publicidad
al decreto
supremo
de
adhesión, ruego
a V. S. se
sirva dar sns instrucciones eu este
sentido;
i
ademas,
si lo
juzsra
conveniente,
comunicarlo al
excelentísimo señor Jeneral director

í>4

de la
guerra
en
camparía, quien
sin duda
aprovechará
la
primera
oportunidad pera
hacer
igual
comunicación a S. E. el
Capitán
Jeneral Presidente de Bolivia don Hilarión Da/.a.
Debo
agregar
a V. S.
que
cou esta fecha recomiendo ti nuestro
Plenipotenciario
en la
Paz, que indique
al Gobierno de ISolivin
la conveniencia de sn adhesión al
pacto
de
Jinebra,
si
ya
no lo
ha hecho.
Dios
guarde
a V. S.
M. Iriiioves,
H O L 1 V 1 A
l.f W.'. -;
drjulio
de ¡sin.
He tenido el honor de nribir con la
rupia adjunta
de diez
auexos concernientes a la Convención de Jinebra e institución
humanitaria de la <'>■»:
/toja,
el oficio de V. S. de fecha ¡tO de
mayo pasarlo, dirijido
a manifestarme
que
solo se
espera
la ad
hesión del Gobierno de líolivia a dicha Convención,
para
tomar
las últimas medidas
que.
en la
guerra que
sostiene la
República
emitra
Chile,
deben
asegurar
a los
belijerantes
las inmensas
ventajas
de la
espresada
Convención i de laa sociedades humani
tarias d« la Cruz
Roja,
líes
pon
dieudo al indicado
oficio,
me es
grato
remitir a V. S.
el núm.
*
del Boletín de
guerra,
del
ejire-to
liolitúanti en el
que
se
rejistra
el
despacho qne,
con fecha 1U de
muyo anterior,
diri
jia
el Estado
Mayor
Jeneral al señor Ministro de Estado en el
despacho
de
gobierno, encargarlo
del de la Guerra i en el
que
el
señor
Capitán
Jeneral del
ejército
de
Bolivia,
penetrado
del ele
vado
espíritu que
ha dado
oríjen
a la institución de las Ambu
lancias i sociedades de
caridad,
inicia la
organización
de ellas eu
la
República,
comisionando
para
el efecto al señor Vicario Je-
ucral del
Ejército,
Monseñor Manuel Facundo ('astro. A<oiu-

05

paño
igualmente
el número 229 del
periódico
oficial Leí Demo
cracia i
otras
publicaciones
donde V. S. encontrará la circular
del
Ministerio de la
Guerra,
de fecha Vi de
junio
i la contesta
ción de los Prefectos relativas al mismo
objeto,
Eu
consecuencia de lo
espuesto,
el
Consejo
de
Ministros,
en
cargado
del Poder
Ejecutivo
al
que teugo
el honor de
pertene
cer,
ha resuelto
que, por
la vía
diplomática, obtenga
este Minis
terio la atlhesioa de Bolivia a la Convención de Jinebra de 18IÍS,
pudiendo
contar V. S. con dicha resolución
que pronto
se hará
efectiva
para
los fines enunciados
por
V. S. en el oficio al
que
me es honroso contestar.
Sírvase V. S.
aceptar
las
protestas
de
distinguida
eonsidera-
eiou con
que
me suscribo de V. S. atento i
seguro
servidor.
(Firmado)—
Pedko José de Guerra,
Al honorable señor dou Eduardo Si-ve,
Encargado
de
Xegur-io-,
¡lu
'Bi-l.jir.-a
en Chile.

Santiago.
lilMSTEKlo HK 11 fcl.Ac IOM-> H-íTEUiriltliS UK l'UII.K
Santiago, julio
24 de 1879
Apareciendo
de la nota del señor
Encargado
de
Negocios
de
Béljica
de fecha 18 del
presente
mes
que
el Gobierno de Bolivia
ha declarado adherirse a la Convención de Jinebra de 1808
que
reconoce la neutralidad de las Ambulancias,
Hospitales
Milita
res i
personal
del servicio sanitario
encampana;
i estando
por
consiguiente cumplidos
los
requisitos que exije
el articulo 3." del
decreto
supremo
de fecha 28 de
junio próximo pasado.
Decreto :
S'1 hacen esteusivas a las
Ambulancias,
Hospitales
.Militares i
personal
del servicio sauitariu de í'olivia la>
disposiciones
con-
signadas
eu el
Supivmo
decreto de :> de
jimio
del
presente
año,
en ios mismos casos i
bajo
las
mismas condiciones establecidas
en dicho decreto
para
las
Ambulancias, Hospitales
Militares i
personal
del servicio sanitario del Perú,
Tómese
razón, comuniqúese
i
pultliquese.

Pisto.

Jorjc
//«-
DOCUMENTO ]S7 9
DELÉGANOS DE LA
ISIKJDKCU BEL EJÉRCITO
Valparaíso,
octubre 4 de 1880,
N.° 242.

Siendo necesario atender debidamente al servicio
de
provicion
del
Ejército Espedicionario
i a los diversos ramos
administrativos
qne
de él
dependen,
en uso de las facultades
que
me confieren los decretos
supremos
de 7 i 9 de
mayo
del
año
próximo pasado,
decreto:
Art. 1.* Créase una oficina con el titulo de
Delegación
de la
Intendencia Jeneral del
Ejército
i Armada en
Campaña
con el
personal
i sueldo mensuales
siguientes:
Un
delegado
Jefe de la Administración
§
500
Un secretario
» 150
3ECCI03T DE CONTABILIDAD
Un
contador,
Jefe de la sección de sus sucursa
les i almacenes de
depósitos
S 350
Un tenedor de libros
» 200
Un oficial 1."
» 150
Unoficial2.°
» 125
21
L'uoficial 3."
» IHi
L'noficial 4."
» UU
L'uoficial 5." i. HHI
SECClOS DE ALMACENES
Un
guarda
almacén 1."
$
'JÓU
Un id id 2."
»
"Jim
Un id id 3." « Ion
Seis
ayudantes
con el sueldo meusual cada uno » 10U
SECCIÓN PROVEEDORA
Tres
proveedores
de División cou el sueldo men
sual cada nno
S
-o'1
Veinticinco
proveedores
de
Rejiniiento
cada uuo » l.-'i
sEi't'lOS MARÍTIMA
EMBARQUE
1
DESEMBARQUE
L'u
primer
Jefe
$
2VÜ
Un
segundo
» Ion
Ñ'is
ayudantes
con el sueldo mensual cada uno » 10U
sKITIuS DE CORREOS
Un Bdmiiiistrador con el sueldo de s l-o
Dos
ayudantes
id Id id cada uuo de » S<l
Ademas de los sueldos
consultados,
los
guardas
almacenes i
los
ayudantes,
los
proveedores
i los
empleados
de la sección ma
rítima
gozarán
ríe la ración de
tropa correspondiente.
Art. "-'." Las diversas secciones de la
Delegación
'lu la Inten
dencia Jeneral tendrán su residencia en rd
lugar que
les
fije
el
Delegado
i
organizarán
sus servicios
según
las instrucciones
que
reciban del mismo funcionario i de acuerdo con las
prcseripcioii's
del
reglamento que
dicte la Intendencia Jeneral,
Art. 3." Los nombramientos de
empicados
hechos
por
id In
tendente
Jeneral,
o
por
el
Delegado
con
aprobación suya,
inver-
tiráu el carácter de
simples comisiones, concluyendo
cuaudo ha
ya
terminado su
objeto,
o cuando dichos funcionarios lo estimen
conveniente,
Art. 4." El
Delegado
aumentará o disminuirá
según
las me
didas del servicio el
personal
de su oticiua o de las sucursales
que estableciere,
dará a sus
empleados cualesquiera
comisión
que exija
el mismo
servicio,
los removerá i nombrará a sus reem
plazantes,
i
fijará
sus sueldos recabando la
aprobación
del In
tendente Jeneral,
Art. 5."
Sujeto
a las mismas
obligaciones,
el
Delegado podrá
celebrar los contrates
que juzgue
necesarios
para
el
mejor
ser
vicio i
aprovisionamiento
del
Ejército
en
Campaña
i ordenar su
pago
a la
Comisaria, ya
sea
jirando
directamente a favor de los
interesados, ya pidiendo
a la Comisaría los fondos
que
necesite
para
atender a ellos.
Esta misma facultad se estenderá a todos bis demás
pagos
que exija
el mencionado
servicio,
con
cargo
de rendir cuenta ins
truida i documentada de todas ellas a la Intendencia Jeneral en
caso de hacerse dichos
pagos por
la oficina de la
Delegación,
Art. 6." Las cuentas de la
Delegación
serán examinadas i fi
niquitadas
en la oficina central de la Intendencia Jeneral con
forme al art, 4." del
supremo
decreto de y de
mayo
de lf-T'J,
Recábese la
aprobación suprema, comuniqúese
i archívese,
YlCESTE DÁVILA LaKKAIK,
Valparaíso,
octubre 8 de ISisO.
X.°:¿47 Siendo nocesario deslindar las atribuciones de los em
pleados
de la
Delegación
de la Intendencia Jeneral del
Ejército
i Armada en
Campaña
i
reglamentar
cu lo
posible
las
operacio
nes
que
han sido conferidas a dicha oficina
por
decreto de esta
Intendencia
Jeneral,
i eu uso de las atribuciones
que
me confie
ren los decretos
supremos
de 7 i 9 de
mayo
de
1879,
decreto:
Art. 1.° El
Delegado
como Jefe de la oficina i
superior
de to-

100

dos los
departamentos
en
que
ella se
divide,
ejercerá
sobre sns
empicados
i las
operaciones
de
que
conozcan,
la dirección com
pleta
del servicio de
provisión
del
Ejército cualquiera que
sea el
punto
en
qne
esas
operaciones tengan lugar.
Eu la ausencia del
Delegado
lo
subragará previa disposición
de este
funcionario,
en los asuntos de carácter diario i
m-jente,
el
Contador Jefe de la Contabilidad,
Art. 2."
Teniendo la
Delegación por principal encargo
el ser
vicio de
provisión
del
Ejército
eu
Campaña
i cuidar de
que
éste
se halle abastecido de tedos los artículos de uso i de consumo
que exije
su
permanencia
en el territorio
enemigo,
mantendrá
constantemente a la Intendencia Jeneral al corriente de las ne
cesidades
que
se
dejen
sentir i satisfará
por
si misma las
urjen-
tes criando las
exijencias
del servicio lo
requiera.
Art. 3." En la oficina de la
Delegación
se llevarán dos conta
bilidades: un*
para
los valores
qne
se le
entreguen por
la Comi
saría del
Ejército para
atender alus diversos
gastos
de los ser
vicios
qne
le están
confiados,
i otra
para
las
especies quo ingre
san a sus almacenes
para
el abastecimiento de las fuerzas
espe-
dicionarias.
Art. 4.° Las cuentas de inversión de estas
especies
i valores
se
acompañarán periódicamente
a la oficina central de la Inten
dencia Jeneral
acompañadas
de todos los
justificativos
i
compro
bantes del caso.
Estos
comprobantes
serán:
Para los
calores,
\¡>* contratos o cuentas
canceladas,
los
ajus
tes de
empleados
con sus nombramientos i
recibos,
las relacio
nes de
pago
certificada cuando es
trabajo
a
jornal
o se
haga gas
tos menudos
que
no es
posible
acreditar i las órdenes i recibos
sobre
entregas
de buena cuenta o con
cargo
de rendir la corres
pondiente
cuenta de inversión.
Para Jas
especies,
los recibos
qne otorgnen
los
proveedores
de
División o de
Rejiniiento por
las
que
se les
entregue para
el
lousnmo de sus
respectivos cnerpos
en la forma i con los
requi
sitos
que
establecen los artículos
13, 14, 15,
del
reglamento
dic-

101

tado
por
esta Intendencia Jeneral el 28 de octubre de 1879
para
el
servicio de
provisión
del
Ejército
en
Campaña,
Art. 5."
Independientemente
de esta Contabilidad i eon la
mira de constatar eu toda circunstancia la
lejítima
inversión de
las
especies que
reciban los
proveedores,
la
Delegación
llevará
una
especial
de
cargo
a cada uno de estos
empleados,
a la cual
abonará las cantidades
que
éstos acrediten haber consumido se
gún que
deben
presentarle quincenalmente
conforme a lo
preve
nirlo en los artículos
18, 19,
20 i 21 del mismo
reglamento,
el
cual se declara
por
el
presente
decreto
vijente
eu cuanto no esté
en
oposición
en las facultades
que por
el decreto de 4 del co
rriente se hau conferido a dicha
Delegaciou.
Art. 6.° Cuando una División
tenga que
obrar distante del
asiento de la
Delegación
o del sitio en
que
se hallen euloeadiH
sus almacenes i carezca de los artículos necesarios
para
su ser-
ricio o subsistencia el
proveedor
de la División
podrá adquirir
los
previa
orden
por
escrito del Jefe de
ella,
satisfará su
importe
ya
sea cou el dinero
que
se le hubiere
entregado para
atender a
estas
necesidades,
o bien
jirando por
él contra el
Delegado
con
el visto bueno del mismo
jefe.
De estos
gastos,
así como de la inversión de la
especie adqui
rida,
rendirá el
proveedor
cuenta
pormauoriza
la a la
Deleg.iciiui
para que
ésta la
incluya
eu la
jeneral qne
deban
presentar
a su
tiempo
a la oficina central de la Intendencia conforme, al arti
cula 4.",
Art. 7." Toda duda contraída en la
Delegación
o sus sucursa
les
por
individuos o
cuerpos
del
Ején-ito,
debe
ponerse
en cono
cimiento de la Comisaraía
pra
su
cargo
i descuento
correspon
diente.
Comuniqúese
i archívese.
Vicente Dáula Larra: v.
Valparaiso,
octubre 7 de IXM.
N." 244 Siendo necesario atender de una manera conveniente
el abastecimiento ríe las fuerzas de reserva
qne
deben
quedar
acantonadas en el
departamento
de Tacna una vez
quael Ejér
cito de
Operaciones salga
de ese territorio: i habiéndose consul
tado en decreto de 4 del
presente
nnm. 242 el
plan
del servicio
del
Ejército
de
Operaciones:
eu uso de las atribuciones
que
me
confieren los
supremos
decretos de 7 i 9 de
mayo
de
IS?'i,
dr>-
l.c Créase la
siguiente planta
de
empleados para
atender al
abastecimiento del
Ejército
de reserva i a los almacenes de Ari
ca i
Tacna,
los
que
tendrán
por
tolla remuneración los sueldos
que
aeontinuoeion se indican:
Un
provedor
de Dívímou cou el sueldo mensual
S,is
proveedores
de
Uejilliiclitn,
cada uno
»
12*
AI.HAl l¡N HE AIIKM
Vn
guarda
almacenes mu el sueldo mensual de
¿
ISO
i
mitro
nyud.mtes
de id rada uno con el sueldo
mensual
de !> [Olí
ALMACKX l>K TAI N"A
Un
guarda
almacenes con el sueldo mensual ,h- s IMi
L'uatrn
nyudanti-s
de id cada uno con el suehlu
mensual di- > 1011
Un
desrmbareador con el sivldo mensual de.
I'iin tro
ayudan
tr-s di- M rarhi uno ihii el sin-
mensual de
-
193

2.° Estos
empleados dependerán
del
Delegado
de la Inten
dencia mientras éste
permanezca
en
Tacna,
i del Comisario del
Ejército
de ese
punto
una vez
que
el
Delegado
se
haya
ausenta
do con el
Ejército;
i
procederán
conforme a los
reglamentos
dic
tados
para
los
empleados análogos
creados
por
el citado decreto
de 4 del
presente
núm, 242.
Recábese la
aprobación suprema, comuniqúese
i archívese.
Vicente Dávila Labráis.
g-
I
a
f
°
Íee|
„ eeeIÍ? ff
I
?
f
5
í
>
1 *.'
'
"
|
|
r
8
8 g I
21
ÍJ
E- P = ST § Mili:::
§£^M:M:
Z
p £
|r.i"l|^
=
..- =
.. = .
g
> o 3
». =
s*g>
o
.
a
c
í
?:";;"
'|
2
=
=
rlíi ^
S
;
r
~
'.\
^ l %
~
^
=
i
*
; 11

r
f e ? r
p? r
'
r
¿
f
i
i i i i ; ! i ; ; ; j
t
$ \
|
: I i I
i
;
¿
f |-
| g.
f f |
X
DOGUIENTO 1$.° 10
(TUIIIOS HE LA SüflMAR UfII)\.U DE ACRICHTIBI
CUADRO N."1
MOVIHIKXTO HE KON'IIOS
Recitado en dinero de la Comisaría Jene
ral ■'? 272500
Keoibido
por
ventada 150 enhallos 4710 ü 2772
Invertido en 4204 Caballos
¡~ 142032 ,10
j> b Ü% Muías
535431 30
» » 1.182
Aparejos
15820 00
» * 11045 Mantas
35570 25
» >
Talajes
- -
15101 12
i i
Aperos
diverso? 10101 70
i » Varios
gastos
78G 04
, > Srteld-s
H52 00
e „ Gratificaciones
persn-
,)ftlcs
... (5SC 00
t »
Asignaciones
de arrie
ros
H44Ó 5Í1
22
•\
-
106

[íratificacionesid
3000 00
(íastos menores 236 45
3 274821 81!
Saldo en
caja
2338 14 $ 277210 00
Suntiíigo. junio
1." de 1881.
U. Prieto,
Secretario Tesorero
V." B."
RiFAEL ÍjARRíIH.
CUADRO N.' 2
TÉttMISO MF.UIO UEI, IHPORTB nE 1/19 SIftUIENTI'R OBJETOS
1204 Caballos
importan-n
* 1420U2 50 o sea cadii nno $ S3 77
!>0<i Mnlas »
35431 30 » > 39 10
lyNi
Aparejos
»
15820
» » > 10
11045 Muntas » :¡"i57'.l 25 » » 3 22
■s«nt¡Hgii, junio
1 ." le 1881.
V. I'nt.TO.
Secretario Tesorero
V" Ti."
Rafael Laiihain.
uCadro N" :í
MOVIMIENTO DE CAnA 1,1,08
Cabsll-ü
comprada
4204

procedentes
de donativos > i">n
» traiJos de I
[dique
i
Pisagua
104
TuUl
43fi8
Enviados al
Ejército
del Sorte
312G
» » id de la Frontera .¡
¡)¡i2
-
107

Entregados
en
Sintago
229
Muertos
1
Existentes
10
Total
4358
Santiago, junio
1.° de 1881.
U. Prieto.
Secretario Tesorero
V.» B.°
Rafael Laiibain.
CUADRO N." 4
MOVIMIUNTO
DE MULAS
Mulna
compradas
^
p
procedentes
d-s donativos
3a
Total
933
Enviadas
al
Ejército
del Norte-
704
> d id de la Frontera
50
Entregadas
en
Santiago
H"
Existencia
tí6 m
Santiago, junio
1.° de 1881.
B
U. Prieto,
Secretario Tesorero
Y." B.°
Hafaül
Larbalk.
s/
,.|
*50!
###BOT_TEXT###Ícbre"
\
S8
'
|P¡«
J»j>
-*
D0OTJME1TTO I." 12
Jloviiiiicntos (le
trasportes
a vela durante la
campuña
NOMBRE TOKK.-AjJ
FEd DB*mo
W-
AÑO 1879
Humberto 1."
1082 Abril 18
Antofagasta
Hurón
G09 ¡> n B
|
Kiver Thames 501
» 22 B
1- Carolina Morris.... 1,32 » 30 B
Eirnac
593
Hayo
5
»
Lupata
1039
E 31 »
Victori Croas
6SS Junio 16
s
Eginont
Hoorn.... 708
Agosto
16 »
Erns L. üolta 470 Setbre.
Adolfo
531 » 9
»
NovoGhiliuo 554
» 10
»
Arturo
583
Casablanca
58K
D 26
»
Calabria
■ 619 11
i »
Almendral
678
Onis.-pppe
Murri...
Tordo
1333 Octbre.
ll
Coquimbo
424 2 7
Caldera

Colcnra
412 B
■;
Antofagasta
S:. ¡riiof
themoraiag
593
B 11
»
P.Sycke
1032 í 15
*
Federica
... 725
1 m
"
Cristóforo
849
1 Talca
42Í Ni;vbrt. 3
»
Norfolk
1296
B 5
»
1
Otto
536
11
Don Alberto
B 14 Culdera
1 Sobrina
800 » 15
»
Li.utaro
355
19
!
Antouiette
531
>
s
Iquique
líertba
399
H 28
Pisagua
ValentineElene1..
688
27
Prol'-.'sor
512
28?
Dicbre.
17
1
ZM>¡.¡¡±
515
s 13
Oci.ei-a] NiUt
733
21
Paloma
Xoíbre, 1!J
Iiimac
591
Diebre, 28
Pisagua
JuUllB lll£fl«
Adolfo Thiers
K. IVífjró'....
Id.
AH'ítij.,
I !
!'..!.,:,;,..
Id..
i
Elena. .
i. '.:!■:, ,
S- i „.-,
!(.. I.-h.
!..,„ .
-
111
-
NOMBRE o;; ni.aje ™- desnso
i
V
AÑO 1880
Talca
Di obre. 30 Arica
Prosperino
88C
Mayo
'
15
Iquique
Niágara
450 0 » B
Edén 760
19
j
Dulphin
511 Junio 16 Arica
Uraigmullen
688 Julio
24
Iquique
, Santón 450
E «
1 Thomas Hambin... B
Agosto
2
B
Juan Z'ileta 317
7 Arica
Id D:cbie,
23 »
!
TeU'srruph
A
[JOS
10 19 9
Dernard fi92 •ítiLbrü. 11
Iquique
: Vista 1022
13
1
Tampacú
792
) 9 Arica
Bernardo Bravo.... 803
11 10
Iquique
, Heeobdale
10
21 de
Mayo
1424
773
,
"
Arica !
Inspector
» 30 B
Dordrechl OctuWe
16 B
I'ri.-lólbro.. i;r>7 i 12 B
Herminia
■>■;,■! » 13
Iquique
Lnrdof the Isles... s
i
Tinto
Lautaro 385

14
14
Arica
1
Arturo
i
• B
;
o. i. jout-s 593
» 15
Iquique
Hortmoi»
B 13 B
Cnnqueror
855
I
B B
Edeth
t 20 Arica
Sirnturia 700 B 22
Iquique
UhnniMS
Blyílie....
599 »
» Arica
Iiirkv
527 Novbre.
3
Iquique
(.'urrizal 696
B i B
iVihliiia Teresa....
s 5 Arica
Qnillota
■-
.'90
B 1
Iquique
,
Elisa
Campbell
751
B 6
Iquique
Cocliward 137
1
Hartino
..... 392
> 13 Arica
Herminia
i 13 »
Colcura
» £0 •
1 Vitalia
« 23 ■
¡
Union .-..,
" 27
>
Federica
Johanna
Keplcr
Magjrie
llill
IX
Enrique...
Jane TJre...
Adolfo
i,
Julio lii ríe ISfil.
EOCÜMEHTO
I.° 14
Armamento
llegado
de
Europa
i recibido
por
la
Intendencia
Jeneral
Xk
l.l
l.l
1,1
l.l
l.l
;.
i
.

:-,
iV-.r.,..
¡ti - ,1.
eLARIFIOACIOÜ
'i
r
3 í
íi

'_-. ; ll
¡]
:
2
xo,™
■..■:■.,■
3-..1
: :•}
:i
id(a-
ifi
í & i
"

í i.- . .-
4 .le

. '. j
! .le .: i.
■1 J- i :.. J !e<¡;
2j-
J-
"ii.'-u .-tw«
2000 1
9496
'...,.
i!
í
,!S
5
\!U
11 '-lí
'l'r.
í;(ji)
Valparairo,
mujo
17 de

Related Interests

icente
Rojas
José Rebolledo
Manuel
Reyes
Manuel 2."
Reyes
José G. Ramírez
Anjel
Romero
Adolfo Paredes
Ricardo Morales
Cosme Gua
jardo
Manuel Herrera
Elias Vera
Antonio Santiluiñcz
Emiliano
Alegría
Eleodoro Aire
Delfín Bravo
Simón
Césped
Francisco Donoso
Jnan
Espinosa
Pedro Lant.adilla
José Roldan
Aurelio Montes
Manuel Punes
Pedro
Carvajal
Manuel Aros
tegu
i
José
Montenegro Benjamín
Echeverría
Luis Flores José L. Guerra
Manuel Gutiérrez
«Solo me resta
agregar
a usted
qne
si los
trabajos
se han he
cho
satisfactoriamente,
ha sido mediante la
cooperación
decidida
de mia
cirujanos primeros,
señores
Agustín
Gana U.,
Mannel
Sanhnezo,
David
Tagle,
F. Ferrada. J. de D. Pozo i luiillernin
Castro; de los
cirujanos segundos,
farmacé uticos,
contralor, prac
ticantes
de
cirnjia
i farmacia i demás
empleados.
«Dios
guarde
a usted.

-Absalon Prado,
i>
M-.i
limitaré, por
mi
parte,
a
espresar
a V. S.
que
todos los
empleados
del servicio se han
comportado,
salvo raras
escepeio

nes,
con decidido entusiasmo en el
cumplimiento
de sus
obliga
ciones i llenando con estrictez las órdenes recibidos.
No se ocultará a V.
S., por cierto,
las
grandes
dificultades con
que
he tenido
que tropezar para ejecutar
un
regular
servicio
sobre todo en lo
que
se retiere a medios de
movilidad,
no ha
biéndome
llegado
los animales necesarios i
pudiendo, apena.*,
servirme de los
carros, por
las dificultades de un camiun
qne
se
decia bueno i donde con
trabajo poilk
marchar la artillería, con
ocho O diez
parejas
de caliallos.
Nuestros carros no
podian
marchar,
a
pesar
de haberlos unci
do a cinco
yuntas
de
bueyes,
ademas i'c Jas midas de tiro. -Mu
chos
quedaron pegados
en los intransitables médanos i otros se
estraviuroii en los caminos
que
debian recorrer.
Con
todo, después
de una ruda
marcha,
al
rayar
el alba del
dia 3 estábamos en la línea de
batalla,
a
retaguardia
de las di
visiones
respectivas,
¡ avanzamos (miando sobre el
campo
i reu
niendo los berilios en
grupos
mas o menos
enreanos,
en la esten
sa línea de
luego,
desde Villa i (.'liwrilt. - hasta el oriente de la
hacienda de San Juan,
Puedo afirmar a V.
S,,
can
satisfacción, que
todos Ion heridos

19

de la batalla del
13,
con las
escepcioncs
del caso i
naturales,
fueron curados i
recojidos
antes de treinta
horas,
i lo mismo en
la del 15.
La
prueba qne
las ambulancias bau sufrido en estas dos me
morables
jornadas, después
de la
esperimentada
en la vida de
campamento,
no
deja
duda sobre la bondad de su
organización
i
que
es
superior
al servicio de
cuerpo.
El ala
izquierda
la atendía la
primera ambulancia,
con su ci
rujano primero
don José
Arce,
i el
qne
suscribe con su secretarii
i
don Marcial Gatica el
centro;
la
segunda
con
sncirnjano mayor
don Ramón
Gon-oño,
i la tercera eu el ala
derecha, bajo
la direc
ción de don Absalon Prado i de mi
adjunto,
doctor don
Diego
ían Cristóbal.
Durante la batalla me
prestaron
decidida
ayuda
el contralor
jeneral,
señor
Rodríguez Ojeda;
el
farmacéutico,
señor Allende
0.;
el
estadístico,
señor
Enjenio
R. Peña V. i los señores José
M.
Besoain,
RamoT
Gaete,
Daniel
liiqnelme,
Salvador A. Cas
tro,
Enrique
Ramos i Luis E. Castro, todos
empleados
o
agrega
dos voluntariamente al servicio ¡\--~ ie \
alijarado,
(.'uravaeii i
Lurin.
De
gran
ausilio me fueron también los ó00
asiáticos
r.jno
tome
en
Lurin,
con conocimiento del señor Ministro de la Guerra i
del
¡efe
de Estarlo
Mayor Jeneral,
tanto
para
el acarreo de útiles
de ambulancias desde
Lurin,
como
para
la traslación de heridos
en el
campo.
Debo también mi
gratitud
a la Comandancia de
bagajes, poi
sus
oportunos
ansilios de animales i
trasporte
de material de
ambulancias.
El servicio de nuestra conducción ha
trabajado
a mi
satisfac
ción, debido,
a
pesar
de las dificultades
apuntadas,
al activo em
peño
del señor
Rodríguez Ojeda.
rvairnulor
jeneral.
Creo de estricto deber hacer una mención
especial
de la ma
niera como he sido servido
por
el
capitán
i
tripulación
del Pa
quete
de
Afaule,
puesto
a mi
disposición por
orden del
Gobierno,
El señor
capitán Gerltcns,
oficiales de su
dependencia
i
tripu
lación a sus
órdenes,
no han ahorrado sacrificio de
ninguna
cía-

20

se
para prestar
los servicios
exijidos, por penosos que hayan
si
do en muchas ocasiones.
El servicio de farmacia ha marchado con toda
regularidad,
satisfaciendo los
pedidos que
le han sido hechos.
He tenido el
apoyo
de la fuerza de
tropa
cuando la he solici
tado del señor
jefe
de Estado
Mayor
Jeneral o de los señores
je
fes de
cuerpo, para
la reunión de los heridos en el
campo
de
uperacioues.
trasladados de una a otra sección de ambulancia,
como
para
los
embarques.
Debo
particularmente
dar las
gracias
a este
respecto
al señor
comandante
del batallón
Búlncs,
como al
rejiniiento
Esmeralda
de
guarnición
en esta
plaza
i muí
especialmente
a su
distingui
da oficialidad
i
jefes
señores
Holley, Lopetegui
i Maturana.
Dnrante los
primeros dias, después
de las batallas de Chorri
llos i Miraflores el señor Víctor W. Castro me ha
prestado
im
portantes
servicios
ocupándose
de hacer el rancho
para
los heri
dos, trabajo
lleno de dificultades eu momentos de tanta
preocu
pación
i labor. Habiéndose retirado a
Lima, qnedó reemplazán
dolo don Saturnino
Castro, que
lo
desempeña
hasta la fecha con
el mismo celo i entusiasmo.
Siendo tan crecido el número de heridos a nuestro
cuidado,
los
contralores de ambulancias
apenas
si han tenido
tiempo para
ocuparse
de
arreglos
de cumas, asüo interno del
hospital
i detalles
del servicio.
La nota
que
remití a V, S., ha
pocos
dias da cuenta del mo
vimiento de
heridos,
donde residen o han sido enviados. Mu ha
sido
completamente imposible, agobiado por
servi dos
profesio
nales i de dirección
jeucral,
tener
tiempo para
hacer formar lis.
tas nominales de los
heridos,
pudieudo
dar a V. S. un cálculo
aproximativo
de su número.
Luego pasaré
a V. S. un cuadro
mas detallado
i exacto.
Los enfermos
que dejamos
al salir de
Lurin,
el día
13,
mas de
;íyO,
han sido asistidos
por
el
personal
del
hospital volante, bajo
la dirección
del doctor Jacinto del Rio. También se han curado
ahí mas de 30 heridos de la batalla del 13.
Este
hospital
ha atendido la
guarnición
de Lurin.

21

Solo
quedan
en ese
punto
mas de 40
enfermos,
habiéndose
ya
retirado los demás. El
hospital
se levantará en tres dias mad
pasando
su servicio al
hospital
de San
Andrés,
abierto eu esta
ciudad, para
enfermedades comunes desde hace tres dias,
La ambulancia de San Juan ha sido levantada i su
personal
trasladado a Chorrillos hasta tanto
que podamos
concentrar
nuestros heridos en el
hospital
Dos de
Mayo.
Desde
ayer
el
hospital
de
Guadalupe,
en el
Callao,
donde me
han auxiliado los
cirujanos
de la Escuadra i
algunos peruanos,
desde el
primer dia,
se encuentra
bajo
la dirección de la
primera
ambulancia. He destinado también a este servicio a los señorea
Federico
Puga
B. i Jerónimo Rosas
llegados ayer
de Chile
para
auxiliarnos en nuestras tareas.
En este
hospital
somos deudores del
mayor apoyo
i colabora
ción,
a los señores coroneles
Lynch
i Urrutia i
particularmente
al comandante del batallón
Quillota
señor J. Ramón Echeverría,
Los señores Ventura Carvallo
E.,
Juan J. García i Francisco
R. Martínez han sido
encargados
de atender servicios en el hos
pital
Dos de
Mayo,
i el doctor Rafael Wormald en el de San
Andrés.
A este
hospital
deben ir todos los dias los enfermos leves de
los distintos
cuerpos para
ser examinados i recibir medicinas. En
él también se admitirán los
qne
deban
guardar
camas.
Antes de
concluir,
señor intendente
jeneral,
me
permito
dar a
V. S. mis
agradecimientos
mas siceros
por
su decidido
apoyo
en
favor del servicio
que represento,
tan valioso i
patriótico
como el
que
he recibido del señor Ministro de la Guerra i del señor Je
neral,
Jefe de Estado
Mayor
Jeneral.
Dios
guarde
a V. S.

R. Allende Padin.
Al señor Intendente Jeneral del
Ejército
i Armada en
Campaña,
Tal-
Liitia.jcbfero^de
1SS1.
Núm. l<rz.—Con fecha 31 de diciembre el farmacéutico
mayor
me dice lo
siguiente:
«Señor
Superintendente:
Paso a dar cuenta a usted del movimiento
que
ha tenido el
depósito
a mi
cargo
durante el
presente
mes.
Con lecha ¡1 fueron
entregadas
eu Arica al
cirujano
de la '¿.'
ambulancia,
las cantinas de farmacia i de
combate,
habiendo .sido
entregadas
anteriormente las
correspondientes
a las ambulan
cias
].*,
2.1 i 4.a como tuve ocasión de dar cuenta con feoha 3U
de noviembre,
Se lia cuidado de
proveer
convenientemente la farmacia esta
blecida en la ~1 de
Mayo
c
igualmente
la de la barca Elena.
También se ha llenado el
pedido
de medicinas del
buque
Abtai.
ordenado
por
usted.
Se lia distribuido a las tres ambulancias uu
repuesto
de me
dicinas
para
llenar sus cantinas,
«Me es satisfactorio hacerle
presente, que
el farmacéutico de la
tercera
ambulancia,
señor
Oyarzun Navarro,
durante su
perma
nencia en
Lurin,
ha atendido debidamente la distribución de
medicinas
para
íJüO u 400 enfermos.
Igual
recomendación
pne-
do hacer de los farmacéuticos de la
primera
i
segunda
ambu
lancias,
«Es cuanto
tengo que
comunicar a
usted,
referente al servicio
de mi
cargo,
durante el
presente
mes.
.-Dios
guarde
a usted.—A'. Allende O.»
Con fecha 'ál de enero me dice lo
que copio:

Señor
Superintendente:
aEu el
preséntenles
ha habido el
siguiente
movimiento en
este
depósito:
k El Lurin se le
dejaron
las medí anas necesarias al
hospital
volante
que quedó
establecido en
aquel lugar.
Se
repusieron
convenientemente las cantinas délas tres ambulancias antes del
dia
J-,
día en
que
el
ejército emprendió
su marcha a Lurin.
«Eu Chorrillos se han distribuido todas las medicinas necesa
rias
para
el
hospital
establecido allí.
Igualmente
se lia atendido
los
pedidos
del
hospital
de San Juan, a
cargo
de la
segunda
ambulancia.
¿También se dieron las medicinas necesarias a las varias sec
ciones
que partieron
al sur conduciendo heridos en los
vapores
/tafo, Pn.jta,
Barnard Castle i Amazonas.
a Antes de trasladar este
depósito
a esta ciudad se
dejó
en Cho
rrillos un
repuesto
de medicinas a la tercera
ambulancia, que
quedaba
a
cargo
del
hospital
de ese
puerto.
«Aquí
se ha atendido a los
pedidos
del
hospital
de San Au-
tAntes de conclnir creo
justo
hacer
presente
a su considera
ción
que
los farmacéuticos
primeros,
señores Amador
Araos,
de
la
primera
ambulancia;
Pedro P.
Castillo,
de la
segunda,
i Au-
reliano
Oyarzun,
de la
tercera,
como
igualmente
los
ayudantes
de
farmacia,
han
cumplido
debidamente con su deber en los dias
13 i 15 del
presente.
k Es cnanto
tengo que
comunicar a usted en el
desempeño
de
«Dios
guarde
a usted.

E. Allende O.n
Todo lo cual comunico a usted
para
su conocimiento i fines
consiguientes.
Dios
guarde
a usted.

11. Allende Pad.ii/.
Al señor Intendente Jeneral del
EjiWto
i Armad» en
campaña.

Yalpa-
M O V I M I £ X T O
DE LOS HERIDOS CHILENOS EN" LAS BATALLA
DE CHOKBILLOS I MIHAfLOllKS,
Remitidos al sur Oficiales
Por
trasporte
Itata 95
» »
Payta
40
» » B, Castle
» » Amazonas 30
Suma iii-~)
fcj-ist rutes
En Lima,

Hospital
Dos de
Mayo.
... 3
» » En casas
particulares
JO
En el Callao.—
Hospital Guadalupe...
:><]
En Chorrillos.,

Escuelas dn Cabos...
Suma 3"
Bajas
hasta la
fecha
En
hospital
de San Juan lí)
» » de Chorrillos 17^
Oficiales 10
Total 201
Distribución de los heridos
Para Arica
>
Iqniqne
>
Antofagasta
i el resto a
Caldera, Coquimbo, Valparaíso
i
Santiago.
550
.
650
400
¡ion
300
350
RESUMES:
Oficiales Soldados Totales
2,265
33
1,500
1,533
10 191
201
208
3,791
3,999
Lima,
enero 31 de 1881.
R. Allekdb Padin.
Es
copia
fiel del
orijinal
archivado

Francisco A.
Pinto,
secretario
jeneral.
i esta Intendencia,-
BOOUMBHTO H.8 2
PROYECTO
de
Reglamento
de Contabilidad de los
Cuerpos
del
Ejército.
Arr. 1.°.

La contabilidad de los
Cuerpos
de!
Ejército
estará
eu lo sucesivo al
cargo
de
empleados especiales que,
con el títu
lo de
contadores, desempeñarán
las funciones
que por
ordenanza
corresponden
al oficial Habilitado i
Capitán depositario
i demás
que
les
designe
el
presente reglamento,
Art. 2.".

El ramo de contabilidad de los
Cuerpos
del
Ejérci
to será servido
por
los
empleados
i con las dotaciones
siguientes:
Contador I." con la renta mensual de
§
150
Id 2." id id id » 125
Id 3." id id id » 95
Cada
Tejimiento
tendrá
para
su servicio un contador
1.",
un
2." i un 3." i cada batallón un contador 1." i nn 3.".
Art. 3."

En atención a
que psr
su naturaleza son los conta
dores del
Ejército empleados
militares, disfrutarán de las
excep
ciones,
fueros i
prerrogativas que
los demás del
Ejército;
i
para
evitar
cualquiera
duda
que pudiera
ocurrir se les tratará con
consideración a los
grados siguientes:
Al contador 1." se les
guardarán
las consideraciones de sar
jen
to
mayor.
Al contador 2." las de
capitán;
i
AI contador 3." las de teniente.
Art. 4.°.

Los destinos de contadores del
Ejército
seráu
pro
vistos
por
el
Supremo
Gobierno a
propuestas
del Comisario Je
neral del
Ejército
i
Armada,
de
cuyo
funcionario
dependerán
directa o inmediatamente en todo lo relativo al servicio económi
co i administrativo de los
cuerpos
del
Ejército,
Art. 5.°.

Los contadores del
Ejército,
antes de entrar al de
sempeño
de sns
destinos,
exhibirán
fianza,
a satisfacción del Co
misario
Jeneral,
de una cantidad
equivalente
a dos años do suel
do de
que
disfruten
para respoder
al fiel i exacto
cumplimiento
del
cargo que
se les
confía,
debiendo los
segundos
i terceros
subrogar
a los
primeros
i
segundos
en los casos de ausencia o
enfermedad debidamente
justificada.
Art. 6."

Será
obligación
de los contadores: formar los
ajustes
de los
cuerpos
con
arreglo
a ordenanza i a las
leyes vijeutes;
pasar
revista cuando no
haya
comisarios;
percibir
de Comisaría
o de la
respectiva
oficina
pagadora
los haberes
que
le
correspon
da,
dando cuenta de su
inversión;
tomar razón de todos los títu
los i licencias
qne
se
ortognen,
correr con el alta i
baja
del al
macén del
cuerpo,
atender al rancho de la
tropa,
estando en cam
paña,
i
jeneralmente
en cuanto
corresponda
i se roce con la ad
ministración i economía de los fondos del
cuerpo.
Art. 7.°

Para la cuenta i razón
que
ha de
llevarse,
por
el
contador, tendrá,
a mas del libro de
«Caja»
o de entrada i salida
de
caudales,
los
que
a continuación se
espresan:
Libro de
pertrechos, armamento, vestuario, equipo
etc,
Libro de
ajustes.
Libro de
asignaciones.
Libro de
hospitalidades.
Libro de títulos.
Libro de decretos
supremos,
Libro de ceses.
Libro de licencias
temporales
i absolutas.
-
29

Libro de oficios.
Libro de informes.
Art. 8.°

A los ocho
dias,
a mas
tardar, después
de
pasada
la
revista de
Comisario, procederá
el contador a formar el
ajuste
del
cuerpo
conforme al formulario núm. 1 i con
arreglo
a orde
nanza i a la fuerza total
que
conste de las listas de revista
que
le serán
entregadas por
los
capitanes
de
compañía;

no debiendo
ésta exceder eu
ningún
caso del número i clase
qne fije
el
regla
mento de dotación de cada
cuerpo.
Art. 9.°

El dia 1.° de cada mes
presentará
el contador su
ajuste
en
Comisaría,
visado
por
el comandante e intervenido
por
el
sárjente- mayor;
i encontrándose
conforme, procederá
a
perci
bir el alcance
qne corresponda
al
cuerpo,
con la ¡'winalidad
pres
crita en el art. 9 tít. 42 de la Ordenanza Jeneral.
Art. 10.

Cuando
por
hallarse el
cuerpo
acantonado o de
guarnición
en nn
paraje
distante de la
Comisaría,
no
pndiese por
esta causa
percibir
de esta oficina los haberes del
cuerpo,
deberá
el contador solicitar
por
escrito de la autoridad militar corres
pondiente,
con visto bueno del comandante e intervención del
sarjento mayor,
los fondos necesarios
para
el
objeto; cuya
autori
dad ordenará el
pago por
la oficina
respectiva,
con
cargo
a la
Comisaría Jeneral.
Art. 11.

Los
ajustes que pagnen
eu la forma indicada en el
art.
anterior,
los remitirá el contador a la Comisaría Jeneral en
el mas breve
termino, quedando responsable
a los
cargos que
resulten en su contra
por cualquiera
iufraccion
que
en ellos se
notare de ¡as leves i
disposiciones vijeutes
sobre la materia.
Art. 12.

El comandante del
cuerpo lijará
el dia i hora en
que
debe verificarse el
pagamento
de la
tropa,
a fin de
que,
todos los
individuos
qne compongan
sn
dotación,
se hallen
presentes
i se
formen
por
los contadores las distribuciones de
pago
a
que
se
refiere el inciso 2." del art. 13.
En cuanto al
pago
del haber
que corresponda
a los
oficiales,
se satisfará
inmediatamente, después
de
percibirse
de Comisaría
el haber del
cuerpo, para cuyo
efecto tendrán listas los contado
res las relaciones
que
determina el inciso 1." del mismo art.

30

Art. 13.---Treinta
dias,
a mar
tardar, después
de sacado de
Comisaría el haber del
cuerpo,
deberán los contadores acreditar
ante la Comisaria Jeneral. cu la forma
siguiente,
la inversión
dada a esos caudales:
1." El
pago
verificado a los
jefes
i oficiales se acreditará
por
medio del recibo
que
cada uno de ellos ha d.*
poner
en la rela
ción o nómina
que
los
comprenda,
conforme al formulario nú
mero 2.
2." I el de la
tropa
se
justificará
con la distribución de
pago
qne
se hará
por
la
compañía
conforme al formulario
núm,
3,
intervenido
por
el
sarjcnto mayor,
visado
por
él comandante i
constancia del
capitán
de la
respectiva compañía,
de haber
que
dado la
tropa
satisfecha con su
pré,
Art. 14.

Los fondos
sobrantes, después
de verificado el
pago
en la forma
ya
dicha,
sea
por
fallecimiento o deserción de los in-
leivsadi'is o
por
otras cansas,
ingresarán
¡i t
'niñísima,
si el
cnerpo
estuviere dentro de su
jurisdicción,
o en la
respectiva
oficina
pa
gadora,
si estuviere acantonado o de
guarnición
en otro
paraje;
debiendo,
en este último
caso,
acreditarse el cutero con el certifi
cado
espedido por
la oficina
correspondiente,
Art. 15.

Cuando
alguno
de los oficiales obtuviere su
separa
ción del
cuerpo
o
despacho para
otro,
o bien fuese retirado tem
poral
o
absolutamente,
cuidarán los Contadores de
espedirle*
certificados o
cese,
visado e intervenido como
queda
dicho en los
artículos
anteriores,
en
que
se
esprese:
la fecha hasta
que
han
sido
pagados
de sus
sueldos;
los
cargos que tengan por asigna
ciones, anticipaciones
o retenciones
judiciales;
la fecha del cúm
plase
i la del
despacho
o cédula
que
hubieren
abtenido;
i la
par
tida e item del
presnpucsm
,i
lei en virtud del cual se les obone
sn renta,
i lo ni'smo harán con los individuos de
tropa que
obtu
vieren cédula de retiro á inválidos o fueren lincenciados con
goce
de
premios,
a fin de
que puedan
continuar
percibiendo
los habe
res
que
les
corresponda.
Art, 10.

Tola
baja
al
Hospitad
o
asignaciones que
se im
ponga por
los individuos del
cuerpo,
debe anotarse en los libros
que
llevará al efecto el Cmtador a fin de certificar
por
ellos la

31

legalidad
i exactitud de los
cargos que
se formen al citada
cuerpo.
Art. 17.—Los Contadores del
Ejército
al tomar
posesión
de
sus
empleos
deberán formar inventario de todas las existencias
vestuario, equipo,
armamento, pertrechos, etc.,
que hayan
en los
cuerpos
de!
Ejército; cuyo
documento reservará el Contador 1."
en su
poder para comprobar
la
primera partida
de
cargo que
asienten en sus libros.
Art. 1S.

Xo
podrán
los
Contadores,
eu su carácter de ft-uar-
da
Almacenes,
recibir ni
entregar jéueros
de
ninguna
clase de
los
puestos
a su
cargo,
sin
que preceda
orden
por
escrito del
Comandante del
cuerpo,
a continuación de las facturas O
pedí,
mentos
que
los
contengan,
i
aprobación
de calidad de los
que
re
cibiere
por
el oficial
qne
el mismo Comandante comisionare
para
su
inspección,
el cual deberá
espresar
su intervención al
pié
de
la factura con
que
fueren remitidos al
cuerpo.
Art. 19.

Mensnalmente
presentarán
los Contadores eu Co
misaría un estado
qne
manifieste la alta i
baja
de
equipo,
ves
tuario etc.
que
hubiere tenido el almacén en el mes
antecedente,
comprobado
debidamente con los documentos a
que
se refiere el
artículo
anterior;
debiendo también remitir un estado
igual
a la
Inspección
Jeneral del
Ejército
como está ordenado
que
se Jio-
ga por
circulares do la misma
Inspección,
Art. 20.

Si del examen
que
se
haga
en Comisaría del Esta
do i documentos
presentados
mensnalmente
por
los Contadores,
resultare
qne
las existencias de
vestuario, equipos
i demás
per
trechos,
son inferiores a los
que
han recibido a su
cargo
i no co
rrespondan
a las
salidas,
se les hará inmediatamente
responsa
bles de su
valor,
debiendo
suspendérseles
del
empleo
cuando la
cantidad a
que
asciendan los efectos
qne
faltan sea
igual
o ma
yor
al sueldo anual
que disfruten,
sin
perjuicio
de cobrar los al
cances a sus fiadores,
Art. 21.

Si
por
estar el
cuerpo
en
campaña
hubiere de sumi
nistrarse rancho a la
tropa,
cuidarán los
Contadores,
estando la
provisión por
cuenta del
Estado,
de solicitar
oportunamente
de
quien corresponda
las raciones
que
fuesen necesarias con
concep-
to a la dotación i
por
el
tiempo que designe
el Comandante del
cuerpo; pero,
cuando esté
por contrata,
so recibirá i
distribuiría el
rancho diariamente a la hora
que designe
el mismo
jefe,
Art. 22.

Todos los
empleados
en la dotación del
cuerpo.
cualqniera que
sea el destino
qne desempeñen, gozarán
de la ra
ción de víveres acordada
por reglamento,
Art. 23.—En
cualquiera
de los casos
previstos
en el artículo
21 deberán los Contadores dar certificación
por escrito,
visada v
intervenida
por
el Comandante i
Sárjenlo Mayor
del
cuerpo,
del
número de raciones recibidas i distribuidas,
espresando
los dias
a
que correspondan
esas
raciones;
con
cuyo
documentóse hará
el abono al almacén o al contratista,
según
sea
que
la
provisión
esté de cuenta del Estado o de
particulares.
Art. 24,

Mensual mente formaran los Contadores estados cu
todo conforme al formulario número
4,
en
que
se
esprese
el nú
mero de raciones o los víveres
que
se hubieren recibido eu el mes
anterior t la inversión
que
se les hubiere dado;
cuyos
estados re
mitirá a la Comisaría
jeneral
visado e intervenido en la misma
forma
prescrita
en el inciso 2." del artículo 1 1.
FORMULARIO X." 1
AJUSTE formado al Batallón cívico movilizado Col-
chagua, por
el haber
que
le
corresponde
en los me
ses de
agosto,
setiembre i octubre de 1880
AUTORIZACIONES DEL EJÉRCITO.

(Sueldos)
1 Teniente Coronel Comandante eefior
Manuel J.
S'.ffia,
t,n sueldo en treí
mesen como Intendente de la
provin
cia de
CVlcbagua
$ !)!)!> flfl
So
gratificación
de runcho a 30
pesos
en el mismo
tiempo
SO $ 1080 9Í)
1
Sárjente
Mayor,
sueldo de 123
pesos
16 centesimos en tres meses 387 48
Su
gratificación
de rancho de 80
pesos
en tres meses 00
5
Capitanes,
señores
Krugg,
Soto,
L. de
Guevara, Portales, Gajardo
i
Tirar,
saeldo de 85
pesos
c.u en 3 meses. .. 1575
2
Capitanes
señores Palacios i
Pumarino,
de 85
pesos
cada
uno,
en cuatro me
íes.
Comprobantes
núms.
1,
2 i 3... 680
Gratificación de rancho a cinco
capita
nes,
en tres
meses,
a 20
ps.
en 300
Gratificación al
capitán Palacios,
en tres
meses cnatro
dias,
a 20
pesos.
Com-
protante
núm. 4 65 66
Gratificación al
capitán
Pu
marino,
en
n n mes diez i seis
dias,
a 50
pesos.
Comprobante
núm. 5 30 6C
Suma S 2348 33
SE BEDTJCE TOE A'IGNACIONES
La del señor
Krugg
en San
Fernando
por
50
ps.
men-
snales $ 150
La del señorGuevara en Ren
go por
50
ps.
raen1 r.sles. .
150
La del señor Podíales en
Raneagna por
50
ps.
men
suales 150
La del señor
Gajardo
en Ren
go por
30
ps.
mensuales.. !)0
La del señor Tivar en San
Fernando,
por
40
ps.
men
suales , 120
lia del señor Palacios en San
Fernando,
por
50
ps,
men
suales 200 8S0

34

5 Tenientes señores
Latorre, Jaramillo,
Chrístie,
Aseui i Carrasco sueldo de
60
peses
,S3 cls. cada
uno,
eu tres
meses
1 Teniente Eeñor
Gaspar,
sueldo
por agos
to. En íetierabre i octubre no se
abona
por
falta de titulo i
por
haber
pasado
a otro
cuerpo
Al mismo oficial se le abona su sueldo
por abril, junio ¡julio por
ser o?c¡al
lie
ejército.
Véase cese id
junto
i
comprobante
núm. f!
Gratificación de rancho
para
C'iico te
nientes,
en Ires
me-'í, a 20
pesos
ca
da uno
firat fie.acion ;1» rancho
para
el tenien
te
Gaspar,
en un mes i di ice A
as,
h
20
peses mensuales. Vitoe
compro
bante núm. (i
su
deduce ron iS!ftJÍACIONF.S
La del teniente Latorre t-n
Reng", por
20
ps.
men
suales
$ CO
La del teniente Jaramillo en
Ain
Ft-nmndo,
por
20
pB,
La del teniente Chrístie en
Sun
Fernando,
por
30
pf.
mensaafe
!>0
La del tenien'e
Ascni. en
San
Fernando,
por
25
ps,
mensuales
75
La del teniente Carraco en
SiiiPem*rd...r,r,rS0
ps.

35

<i
SubtenieDles,
señores
AVhite,
Ara
vena,
Maturana, Sotomayor,
C.
Gómez,
Va,
lenznela,
O'Ryan, Itnrriaga
i Lara
tres di ejes cada
nno,
a 51
ps.
66 cts,
Comprobante
núm. 7
1394 82
2
Subtenientes,
señares
Quinta
valla i Gue
vara
por agosto 103 32
1
Subteniente,
señor
Soiua,
por
5 meses a
51
ps.
GG cts.
Comprobantes
nüms,
8,0,10
i 11
258 30
Gratificación de rancho
por
nueve sub
tenientes,
en tres
meses,
a 20
ps.
ca
da uno
540
Gratificación
parados subtenientes,
en
un mes
40
Gratificación
para
el subteniente
Sofña,
en un mes seis
dias,
según compro
bante núm. 12
24
Suma
S 2360 44
SE DEDUCE POR ASIGNACIONES
Subteniente
IVhite,
en
Talca,
por
20
ps.
mensuales
$ 60
Subteniente
Aravena,
en San
Fernando, por
20
ps.
men
suales 60
Subteniente
Maturana,
en S,
Fernando,
por
15
ps.
men
suales 45
Subteniente
Sotomayor.en
S.
Fernando,
por
20
pa.
men
suales 60
Subteniente C.
Gómez,
en
Rengo, por
20
ps.
men
suales GO
Subteniente
Valenzuela,
en
San
Fernando,
por
20
ps.
í,
desde
junio
in
clusive
1880,
son 5 meses 100
Subteniente
O'Ryan,
en San
tiago, por
15
ps.
mensua
les 45
Subteniente
Iturriaga,
en
Santiago, por
20
ps.
men
suales 60
Subteuiente
Lara,
en San
tiago, por
20
ps.
mensua
les,
desde
julio inclusive,
son cuatro meses 80
Subteniente
Quintavalla,
en
Santiago, por
20
ps
.men-
Subteniente
Guevara,
en
Rengo, por
20
ps.
men
güelas 20
se
ajustan por
i
ner nombramiento
supremo.
7
Sarjentos
1.",
con l'J
ps.
cada uno 133
28 Id 2.'
»
17 » » 171
33 Cabos 1.°
> 14 i > -ÍÜ2
34 Id 2." »
13 » » 142
Ü77 ¡Soldado* » 11 » » 10737
9
Sarjentos
2." *
17
» » com
probantes
núms.
1, 13, 14,
15 i IG.. 15;!
¡1 Cabes 1." con 14
ps.
cada uno. Com-
probantes
núms.
1, 13,
17 i 22 126
4 Cabos 2." con 13
ps.
cada uno. Com
probantes
núms.
1, 7,
13 i 23 ól
13 Soldados con 11
ps.
cada uno. Com
probantes
núms.
1, 7, 18,
23 a 28... 143
por srnraBKK
!
Sarjentos
1." con 19
ps.
cada uno..
) Id 2.» i 17 » »
L Cabos 1.° > U i »
} Id 2." * 13 > b
i Soldados ¡> 11 » »
1 Id »
11 »
Comproban
POR OOTI_BHK
;
Sarjentos
1." con lü
p=.
cada r
Id i 11 >
Comprobante
núm. 30
ABONOS
Papel para
seis
compañías,
a 1
peso
75
cts. cada
una,
en tres meses
Para luz i
lumbre,
en tres
meses,
a 50
DEMOSTRACIÓN
AUTORIZACIONES DE EJERCITO—
(Sueldos)
s Contribución sobre Haberes.

El 3
por
ciento sobre los
siguientes
sueldos:
Teniente Coronel S 1080 93
Sárjenlo Mayor
477 48
Capitanes
2348 32
Tenientes 1483 77
Subtenientes 2360 44
Tres
por
ciento sobre. $ 7760
^:w*
r
Comisaria del
Ejército
del Xorte.

Por
abonos indebidas hechos
por aquella
oficina,
según
consta del cese ad
junto é 360
Por abonos indebidos de
gratificación
de rancho al
teniente
Gaspar, según
ce
se
acompañado
82 yo 412 yo
>
Alcance
£ 37041; §o * 37633 ~M
Coronaria Jeneral.

Valparaíso, junio
20 de 1881.
FORMULARIO
N." 2.
BATALLÓN COLCHAGUA
NOMINA de los sueldos i
gratificaciones
que
corresponden
al señor Comandante i oficiales
del
espresado
en los meses de
Agosto,
Setiembre i Octubre de 1880,
tiende el valor
liquido
de la
pivst'iitr.
nm
n
Fernando,
Noviembre 1." de 1880,
V.* E.«—
(Er.
Co.MAKDA.vre)
renta
i nueve
pesos
lienta
cení
(i.-,,,»».»™,,)
rOOUMÍíTÜ
íí." 3
MI»V5JlIE\Tft
ü? f.ií¡!fií iiabido c» h\ CouiisatU Jeiierul del
Ejercito
i Aviiiiiibi en
Cnmpiiña,
desde su instalación,
21 de
mayn
de l*T!í. liustatd 3» de
junio
ili'issi,
EXTRADAS
I'nl! l,\ INTENDENCIA
JLNi':!í !.
Dinero
intjresado
del mudo
siíjitkiile:
Contribución
sobre lo* Hitbereí §
2.ÍI17S 8(i
Montepi-
^B 04
Venta de Bienes N«ciuna!es
11932 7";
Reintegros
• 1531 7Í1
Donativos
para
la Guerra
4402 ]l
Entradas Eventuales
6488 43
Contribución de thwr»
4ÍÍ1470 ¡13
Cambio
242725 51
Rfe-ib'ulo
de, las
syuirnles
o/i-citw,.":
Tesoreiín Fiscal
(Diñare
efectivo
para
la Inten
dencia Jeneral)
22180000 00
Tesorería
Fiscal
(Varios
cargos)
1720460 24 239094G0 24
Tesorería Jeneral
(Dine
ro efectivo
para
la In
tendencia
Jeneral)...
.
878000 00
Tesorería Jeueral
(Varios
cargos)
429848 33
Tesorería de
Antofagasta (Vaina
argos)
H823 SI
Tesorería de Cadera
(
Varios
cargos)
07309 43
'J\-*(iruiia de Carrizal
liajo (Varios
uargus)
28)53
,S 1
Tttortría de Chi.ñural
(Varios
cai
go*)
11-;) -'"
Tvsoreria de
Cuqiniulio
l Varias tai-
P*)
^0«t> Hi
Tegoreiia de Cuiistitiiciou
(Varios
wryus)
s:);U4 58
Tesorería de Tulcaliuano
(
Varios car-
goi-)
124H87 22
Tetoreria de
Aogul
(Varios ca.go.-)
24D10 75
Tesorería du Coronel
( Vr.ri.inoari;,.-)
!)!l^7 51
Tesurería de Corr.d
(Varios uurg.i»)
i;o:'K G4
'JWtria de
Mcii^ulli (Vat„;-
w-
\:c-i
¡>uc-2 8G
TtsureríndeAiicud
(Vnrion
ci.rj.MB)
Si» 00
T.soreri.i de Ario»
(Dinero
efectivo
par;,
la Intendencia
Jeneral)
28033 00
TeaorerU del Callan
(Dner.MtVctivo
para
la Intendencia
Jeneral)
7:)4 ¡:í j¡0
Tesoreria de
T„co|iilJa
loo 0(1
Aduanarle
Iquique
¡JU5 C5
Ajenies
Financien^ de (.'Itiie ni E.i-
ropa
3:iCC3 15
Por los
tiguitntt*
th
¡jimio
t existentes:
Por exitttttu-ias en 30 d*
junio
de 1 HH I .
a
ropa
mu.
cargo ¡*ra
la
marinería
POR LA SECCIÓN LOCAL
Por dinero
ingremulo
del modo
xitjuiente:
Contribución sobie
los Haberes
10320 65
Montepío
1524 26
Donativos
para
la Guerra. 36 90
Venta de Bienes Nacionales 734 68
Reintegros
71 74
Ferrocarril
Central
(Valor
á-¡ varios
trabajos, ejecutados
en los
buques
de la Escuadra 135956 47
Recibido
de las
siguientes oficinas:
Tesorería
Fiscal
(Varios
cargos)
201G5 70
Tesorería
Jeneral
(Varios
cargos)
27561 39
Tesorería
de Caldera 426 92
Tesorería
i Aduana de
Constitución
(Varios
car
gos)
046S 92
Tesorería
i Aduana de
Talcahuano
(Varios
car
gos)
10961 43
Tesorería de
Angol (Varios
cargOB)
7445 97
Tesorería
i Aduanade Co,
ronel
(Varioscargos)...
5641 31
Tesoreria
de Corral
(Va
rios
cargos)
800 00
TesoraríadeMelipnlli (Va
rios
cargos).
150 00 82121 73
Por los
siguientes depósitos
existentes:
De Sueldos
i Gastos
por
Pagar
1117 24
De Varios
2944 97 4062 21
Por deuda en 30 de
jimio
de 1881.
Comisariadel
Ejercito
del Norte
(Sal
do en Cuenta
Corriente)
425 37
235253 11
$
26224075 82
I

-w

SALIDAS
11>K LA ÍNTKSDKSCIA JKSLKAL
l'or los
siguientes
¡ja-iys en el
Ejército;
Sael-it.- $ -lüili'lí» 41
Víveres 2jl¡¡«24 1)2
Medicina; 377Í2 -»5
Tabaco 71702 00
Papeldefumar
4081 55
Ifielt 441 C5
Jabón
i \Vw 9218 62
Vaderas de construcción . 35290 11
Herramienta*
-
8639 81
Odres i costales ,"iu:j;¡ 50
Caballos i muías
aparejadas
39551 75
4;! tai-L-lü-ji
planas
33939 8:1
Una
máT)
u ion condensadora SM0 00
Útiles teV--_'i-á!U--:-y lK.tfi 7i
Bibluteca miliuir 1222 95
P-irn-cnrrile* ]:<C„; 91
[J.-lit:'1,-'
]:;0329 flfl
Aiid.-iilaiici:^ 116141 5!)
Muuícion.s 10125 00
S.Kis i
correaj-
10933 47
Bronce i'ii
¡land!^
19399 26
Fierro i-ra u-.-l.os

AASti 15
Arriendo
denúdela.-
17I04 8G
['¡«aje*
::;019ü c;
[■'¡eii-K a! Norte Kisoll 47
Embarqci.-
i conducci' >::<*;
167t49 03
Alquiler
de
trasprrteH
de veln S33301 80
Un» cr.n fi t
ptra
Ametralladora 850 00
112 carabirjas «TVinchei-tert
3(52 M]
Aj;is:i
2656 00
E-iacqiie»'
d.' fierr >
para agua
153*7

líj
Pipis
varías
pura
id -j'.rM 34
S>:il- s «ríe?
-
2772 00
Envases 17tí!7 07
Cüunruccíonaí
2(1702 77
Reparaciones
déla
fragata
Exelsior. 14596 96
1S552 82
Comisión al Banco
Valparaiso
98 5 5 75
3885 23
4157 77
10000 00
20133 85
7850 50
11534 88
Por tostar i moler café. . 1289 72
198151 40 5204660 48
L'i'l(-¡'0
:
Carpas
É 45947 18
lIucliÜui-csiLüas 5875L! 73
58204 52
12227 03
Ointurones cartucbe-
39180 90
S109 80
Porta-fasiles 2005 32
Fundas ds fnsiles 6171 44
Morrales
para tropa...
60116 40
Id
para
caballos 851 70
40136 50
Pelo de oso 1&0I 79
Bayeta
2122 05
Ponchos de
goma
, 543 08
277
Baldes de lona 422
Suelas,
hebillas e hilo. 252 80
Fondos
para
cocina... 815
Cucharas estañadas... 205 55
200
platos
de Jaton... 40
2100
Aiiieses 3401 25
Sillas
de montar 10058 50

46

200
correajes para
id.. 701'
239aparejoscompletos
2586 87
Jaquimones
i maneas. 562 50
Capas
i cinchas
para
cabalks
8252
Frenos
631 2,i
Espue'as
215 8o
Debajeros
229 16
Herradoras
i clavos.
-■ 1142 9ü
Forrajt:
pasto $
504062 28
Cebada
253269 72
Afrecho
996 23
Alfalfa
5<>18 II
Galleta
forraje
4076 61
Véttuario:
Dorraans
de
pañn
í
10530 55
blusas de id
280143 30
Pantalones
de id 95475 CO
Capoles
de id H5I9 15
Kepies'b'id
^0613 84
Id de brin 21690 45
Blusas de ¡d 65494 4v,
Pantalones
de id 65497 22
Brin de hilo 19C162 99
Pantalones
de dril.... 91 43
Id
de
sarga...
81 20
[d de diabla
fuerte
12816 22
Diablo fuerte
«712 29
C»raissí
1I37G2 53
Cateoncüloa
51856 02
Corbatines
3138 25
Suspensores
1229 80
Botas
698960 91
Paño militar 118935 06
~
47
-
Osnaburgo
de
algodón
9277 80
Bayeta
pellón
30520 43
Cotí de
algodón
5853 10
Felpudo 274 95
Tocuyo
28596 12
Mantas
67985 75
Botones de metal ....
4317 41
Por los
siguientes gastos
en la marina
Sueldos
Víveres
Agna
Carbón
PaBajes
Fletes.
Artículos navales
Reparaciones
Embarque, desembarque,
trasbordas
etc
Alquiler
de
trasrcr.es
a
vapor
Importe
rtil
vapor
Rimar
Id dd il Chile
Id del id
Id del id
Payta...
Valparaíso
Id del id Gavióla
Id del id
Rápido
Id de la
frsgata
Elvira Alvares...
Id d;l
vapor
Kielder Casth
Comisión de venta del mismo
vapor,
Importe
de lanchas
Id de
panules,
revolvere,
et¿...
Id de 533 temos brin
Hospitalidades
Sobre
estadías
134046S 73
578830 64
26778 29
1138455 84
13484 30
20918 11
E42725 31
339481 27
33252 69
14319 05
C4308 79
2136227 84
488571 42
214285 71
218181 81
20000
25500
9000
45(10
18000
124800
4705 88
9680
1317 67
1632
2805 58
14396 58
Subsidio estraordinario a los nánfra-
L'i's H'brevi vientes del
vapor
Loa . 8700
Dilorencin en el
precio
del
paño
veub
do de
.atropa...-
G907 O:1
Varios
gast.s
25793 SI 754fí'2S 4
Por Varios:
T morería Fircd
(pnj.idn por
su
cuenta)
19MSI £:'i
Tewrerí* Jeneral
(págalo por
su
cuenta)
I2:il*s O'
Tesorería de
Iquique (pagado por
su
cuenta)
) i -3
T-torerla
deAntufVgnstíi(pHgado |»i
su
cuenta)
54
Tesortria de Anu'i!
(pagado por
m
cuenta)
4554 79
Tesorciia de
Coquimbo {¡nigado j.i.r
Bucueut.
)
SMI75
T>s ,rería de Corral
(pa^.lo j...r
n.
Tesorería de CaMera
(¡.agudo pur
tu
□n?ní»)
''•''■' ■'.■'
Tesoreria de Ci-m^hO.ei
(¡ii^adn
l'^ncr..*)
100
Tes,
il,iadi:Takallii:,n..(|,agailipor
su
cuenta)
1322 50 ;K¡liG4« '.
Aj.
ules Financii. p de
('!
-ileen Eu
rtipn.
(Antkíj"
s
hech
>
)¡"r
m
dienta)
Ü6CÍJ :
Al Banco Nacional di
Guie, por
in-
PO¡l Ll SETC10V I.'lC.ll,
J\r lo»
tiguiente» gattes;
> Je
empleada
civiles 3823 ftíí
s ile la Guardia Nacional... SUCO K
11414 Sí

49-
Pasajes
de
cirujanos,
bolivianos
i
nn
maquinista
Reparaciones
en el
Hospital
de la
Providencia...
En el
Ejército:
Sueldos 8 48G200 81
Pasajes
54178 67
Embarques,
désembar-
ques,
eíc
8572 93
Vireres
para
el
Ejerci
to
llegado
del Xi.rte. 9G01
4!1
Carpas
3624 0(1
Hospitalidades
5167 45
526
pantalones
-
1080 25
Enganches
13489 00
Luz ¡lumbre
1433 48
Arriendo de cuarteles
1G37 50
Utí les de cocina
1030 45
Maestranza de Artille
ría
50411 55
Instalación
de cañones
15838 00
Construcción
de bate
rías
5161 50
8 cureñas de fierro
pa
ra las b-iterías
ds
Valparaíso....
7200
00
50 encerados
pura
cu
brir cañoneB
2631 64
200
estanques
de bron
ce
para
saaueteB
de
pólvora....!
700 00
rjobstí'Uceion
de
sa
quetes
i cartucboa
2SS3 ts*:
Metal amarillo
8299 íl
i'iros de bala
paraca*
rabiaa
15666 08
Varios gnHoí
29770 5-1
-
so
-
En la Marina:
Sueldos S 241S56 20
Pasajes....
14629 34
Fletes ¡ conducíanos
4674 52
Víveres 29366 10
Carbón
10341 57
Hospitalidades
1601 52
Alumbrada
7112 46
bmbarrjue,
desembar
ques,
etc 3117 80
Articulo* navales G427.1
i¡f
Arsenal de Marino.... 713G 47
Dique
de Talcahuano.
1200 00
Artillería
para
la for
tificación de la Tfla
de ¡sm Lorenio... 1179 43
Empresa
de.
Telégra
fo Americano 800 00
Enganches
2478 00
1 905
saquetes
156 5G
SOrevólversí l&OO-ar-
tuclioB 570 00
Vario*
guatos
21132 95 122752;! 23
Por Varioí:
Tesorería Fiscal
(pago
por
su
cueuta)
é 8G6 15
Tesoreria Jeueml
(pa
go ptr
su cuenta... 8450 79
Tesoreiiade Talcsbua-
no
(pago por
ea
L-uenta)
12 00
Tesorería de Chañaral
(pagopor Bucutnia)
*"
78
Tesorería de
Angol
(psgor>.M'U';iei)l*)
2C16 Al
-
51
-
Tesorería i Aduanado
(.'«.'
|uimbu(p.-igo por
su
cuenta;
1» 10
6bli 66
Reintegros
-^ 00
EXISTENCIA
EX 30 DE JTJXIO DE 1**!
EX LA SECCItlX
LOCAL
En Peudo.es
en Guarnición
S
38491 95
En
Dique
de Talcabuano
162o32 6b
fu la Comisaria
Jeneral:
En
Caja
* **™ Oti
K.u Banco Nacional
de Cbiie
21822 88
Eu Comisaria del
Ejército
del Norte
(remesas
i
libramientos)
1848511
08
En Comisaria
del
Ejército
Espedicio
nario (remesas
i libramientos
1097196 88
En Comisaria
de
Antofagasta (reme
sas i
libramientos)
G38200 20
En Comisaria
fija
de Tacna
(remesas
•uto»)
-
aJe-
En
Delegación
de la lutendeuc
oeral
{señor
TJrrutia) (dinero
en
tregado para gastos
i del
que
no
han rendido
cuenta)
En Almacenes
de Marina
(ropas
exis-
En Oficina
Jeneral de
Enganche
(di
nero
entregado para gastos
i del
cual no lian rendido cuenta)
Eu Sociedad
Nacional
de
Agricultura
(dinero
entregado para
la
compra
de
caballos)
En Comisión
Sanitaria
del
Ejército
(dinero entregado para gastos
i del
que
no h r.lidid-L
Hospital
de
Sangre
de la Providen
cia
(dinero
entregado para gasto:
i
¡lei
que
no han rendido
cuenta)...
13634 :'.
En
Hopas
con
cargo para
la MuiriK-
rin.
(Existencia
en abuteenes de la
Intendencia
Jeneral)
551 96
Eu Cuentas
por imputar
1034 87
En Cuentas
por liquidar
45213 97
Eu
Asignaciones por liquidar
812 00
Eu
Hospitalidades por liquidar
1 17
En Deudores Corrientes en
Campaña
¡Marina)
(127355 7i¡
En Deudores Corrientes
(Comisaria
de
Antofagasta)
24341 15
Eu Deudoros Corrientes
(Comisaría
del
Ejército
del
Norte)
214516 10
Eu Deudores Corrientes
(Comisaria
del
Ejército Espedicionario)
703300 1(1
En Deudores Corrientes
(Comisaria
lija
de
Tacna)
46707 39
Eu Sección
Liquidadora
1911679 28
En
Hospital
del Carmen
(dinero
en
tregado [ara gastos
i del
que
no
han" r-ndid.
cuenta)
ni;;¡ ;, ,
Eu
Compañía
S.ii Americana
(dine
ro
eutregadu j.
ara
compra
de cal
deros
para
el
vapor Amazona»)...
2<jooii on
En ÍVsorería
Departamental
^13 7G
En
Enganches j
or
liquidar
440 0U
Eu
Delegación
de la
Intendencia Je
neral
(eeficr Arce; 3182 (¡S
:
i
.:ilS_
s
E00UI1M0 ¥. 5
ESTADO
aproximativo
de lo
que
se adeuda al
Ejército Espedicio
nario al
30 de
junio
de
1881.
CUERPOS
DEL EJERCITO ALCANCE TOTAL
Fin Noviembre 1880 ...
os a caballo...
«a de
Yunga.
»
Zapadores
b Esmeralda
s Lautaro
B
Aconcagua
» Curicó
l Talca
s
Concepción
o Maule
» San Fernando ..
Brigada
da Pontoneros ..
(Xtubio
:,luy,)
12.915 i
12.H15 i
12.H1T. i
12.915 i
i-i.'y-o i
I2.1U5 :
12.105
'
12.9Í5
:
i2.o¡5 :
12.915 :
i 2.ÍH Ó .
i->.iiir, :
12,1115
.
12.:í:>7 i
12.;iíi7
i
I1.0H7
i
Ifinos 25 <¿
para responder
a la*
bajas
de dichos
cuerpos
i a loa
cargos por anticipos,
oto
,
de
(pie
do tenia co:iou;;ui(.'!ití) !u C<i.ni-:i;
í:i KH¡jC'li(:!¡nian;i
ni M de
Jimi"
"' ir"
Std.-duce el
importe
de la- deudas existentes
en la Comisaría.
Espcdiuionana.
al 30 de
y.
Saldo
que
se aleuda a los
cuerpos.
Asciende a un millón utenta mil seiscientos
trece 38/100 pesos.
Comisaría
Jeneral,
etc.—
Valparaíso,
agosto
10 de 1881,
ÜO.WO
uu
2í)!i.íilü TÜ
ír.s.H-.n;
h0
177,3.'!,5
34
i
57,738
12 ':
271.218 15
1
:-ÍUl.lV>4 2l.l
271
,'21
8 1
335,7113
9
271,218
15
271,218
1"
271.218
1
271,218
15
lu;W2!
2d
120,151
60
90,4'..!!.;
05
;
77.490 1.M
I
247.1.1-1! "0
7-US2
;!') :
72,77(1
4U
3«.7i;3 75
I
$ 3.056,790
23
» í.
980,080
85
EOOTJIENTO I." 8
REORGANIZACIÓN
DEL
SERVICIO SANITARIO DEL EJERCITO
INTENDENCIA. JENERAL DEL EJÉRCITO I ARMADA EN CAMPABA
Valparaiso,
setiembre 28 de 1880.
X." 'X'-Vl.

-Tlalik'íni.tse notado durante la
pasada campaña qne
fl Servicio S.'inihirin iit']
Ejercito
adolece de defectos revelados
por
la
esperiencia, que
conviene
subsanar,
entre loa cuales cu
uno de los
principales
el carácter
misto,
civil i
militar, qne;
lia
tenido hasta
ahora;
i no siendo
posible, por
otra
parte,
modificar
el servicio sanitario actual sino con su disolución en la
parte
re
lativa a ambulancias i servicio
especial
de los
cuerpos
del
ejér
cito, pora reorganizarlo
en una forma
completamente
civil i en
relación cotí el nuevo material
que
tendrá
qne
atender i servir:
en virtud de las instrucciones recibidas del señor Ministro de la
Guerra í de conformidad con lo acordado con el Jefe del Servicio
Sanitario del
Ejéreito
en
Campaña;
decreto:
1."

Qneda
disnelto desde el 1.° de noviembre
próximo
el ser
vicio Sanitario del
Ejército
en
Campaña,
en la
parte
relativa a
las cinco ambulancias
qne
existen
nctnnlmento,
i a los servicios
especiales
de
Tejimiento
¡batallón,
■¿_" Encárgase al Jefe del Servicio Sanitario del
Ejército
en
Campaña
don llamón Allende
I'adin,
!a
reorganización
de ese
servicio
bajo
las
siguientes
bases:
A.—El servicio será entéramentc civil,
i conforme a lo esta
blecido
por
la Convención
de
Jinebro,
i
quedará
colocado
bajo
el
amparo
i
prescripciones
de la Sociedad Internacional do la Cruz
Roja,
a
qne
se adhirió la
República por
decretos
supremos
de ^
de
junio
i 21 de
julio
del año
próximo pasado;
siendo
obligatorio
para
todos los individnos
que
lo
componen
el uso del distintivo
de la Convención
de
Jinebro,
consiente en nn brazal blanco
con cruz
roja
de 10 centímetros
de
¡nicho, que
se llevará sobre
el brazo
izquierdo;
i
quedando
absolutamente
prohibido
a ]<>•>
mismos el uso
por
ningún
motivo de nuiformes o
iii-i.íiiiuis
mi
litares.
H. El Servicio
Sanitario del
Ejercito Espedicionario
se divi
dir»
eu cuatro ambulancias,
i
hospital
volante.
MATKUIAI.
l\ida ambulancia
constará de lino camas con to.los sus útiles
¡ ,.] material necesario,
cm.forme
a his listas
que
formule el
jefe
,1c! Servicio Sanitarlu,
en
concepto
a ese número de heridos.
El
hospital
volante constará
de -VIO camas con todos los ú'i-
Ics
necesarias
para
atender
igual
número
de enfermos.
Sk> dotará
también ni Serviei" Sanitario, para
su movilización,
de un
buque
eu
que
pueda trasportar
su material
i
personal,
i
del número
.h
carros,
acémilas i
cabalgaduras
neresarin
para
el
mismo
objeto.
s,K,m
las in liciones
del Jefe .leí Servicio Sani-
tarío.
i misos
ai.
El
personal
destinado a este servicio será el
siguiente,
tenien
do
por
toda remuneración
J(»
sueldos mensuales
qne secspresnn:
_
5n
-
DIRECCIÓN
Ün
Superintendente
del Servicio
Sanitario,
sin sueldo
LTn
adjunto
de id id id id
Uu
adjunto
de id id con
§
500
Un secretario con » 200
Un estadístico con » 150
Un farmacéutico
mayor
con » 250
Dos
ayudante*
de
id,
cada mío con » 75
Un contador
jeneral
con » 300
Un
ayudante
deid con » 100
Un
carpintero
armador con » 75
Un mozo con » 40
AMBULANCIAS
(Aula ambulancia tendrá el
signíentc personal:
Un
cirujano mayor
con
Seis id
primeros
cada uno con

Doce id
segundos
cada nno con
Un farmacéutico l.°con
Un contralor con
Cinco
practicantes
farmacéuticas cada uno...
Veinte i seis
practicantes
de ci
rujia
cada uno
Sesenta mozos de servicio coda uno con
nosrrr-AL volante
Su
personal
constará de
Un médico
jefe
con
Tres id
segundos
cada uno con
Seis
practicantes
cada uno con
Un farmacéutico con
Un
ayudante
de id con
Un contralor con
Un
mayordomo
con...
S 500
» 250
» 150
» 150
» ion
» 75
» 20
S
400
» 150
p 100
» 100
» 50

GO

Un cocinero cou * 40
Un lavandero con > 40
Veinte i cinco mozos cada uno con
» 20
Los mozos de ambulancia i
hospital
tendrán
derecho,
n mas
de su
sueldo,
a raeion de
tropa.
3."

El
Superintendente
del Servicio Sanitario tiene a sn car
go
la dirección
superior
del
Cuerpo
Sanitario;
i son atribuciones
a

Proponer
los
empleados
del Servicio Sanitario i removerlos
dando cuenta
para
la
aprobación respectiva;
b

Distribuir el
personal
i material sanitario conforme lo es
time conveniente
para
atender al servicio del
ejército;
'■—Pedir a esta Intendencia Jeneral los
empleados que
nece
site cuando no le sea
posible
hacer
propuestas,
siendo entonces
provistos
los
cargos
en virtud do las
propuestas que baga
la Co
misión
Sanitaria;
d

Recabar de la Intendencia Jeneral los
útiles, medicinas,
i
demás artículos
qne
necesite
paro
el
desempeño
de la misión
confiada al
Cuerpo
Sanitario;
e

Designar
eu caso de
ausencia,
la
persona que
debe reem-
plii-íurh»,
liando cuenta a la Intendencia Jeneral
para
los fines
del
caso;
/—Dictar
los
reglamentos
i
disposiciones
internas
para
el me
jor
servicio de ambulancias i
hospitales.
4."

El
ajusto
i
pago
del
personal
sanitario se hará
por
la co
misaría del
Ejército
de
Operaciones,
en vista délos
respectivos
certificados de
revista, por
medio de
habilitado,
a los
empleados
qne tengan
nombramiento
supremo,
i
por
medio del contralor
jeneral
a los
empleados que
sean de contrata.
Recábese la
aprobación suprema para
el
presente decreto,
i
con ella la
derogación
de todos los decretos
vijentes
relativos a
ambulancias
i S rvicío Sanitario de
cuerpos; comuniqúese
i ar
chívese.
Vicente Dávila
Labráis.

61

INTENDENCIA JENERAL DEL EJERCITO I ASMADA EN CAMPABA
Valparaíso
setiembre 28 de 1880.
X. 233'

Habiéndose
reorganizado
el Servicio Sanitario del
Ejército
de
Operaciones bajo
nuevas
liases, segnn
decreto de esta
fecha núm.
232,
i siendo necesario
proveer
el
cargo
de
Superin
tendente de ese
servicio;
en virtud de las
atribuciones, qne
me
confieren los
supremos
decretos de 7 i 9 de
mayo
de
1870,
de
creto;
Nómbrase
Superintendente
del Servicio Sanitario del
Ejército
de
Operaciones
al
ex-jefe
del Servicio Sanitario doctordon Ramón
Allende
Padin,
sin sueldo
alguno
i con las atribuciones
que
le
señala el decreto citado de esta
fecha,
núni. 232.
Recábese la
aprobación suprema, comuniqúese
i archívese,
Vicente Dávila Larráin.
INTENDENCIA JENERAL DEL EJÉRCITO I ARMADA ES CAMPAÑA
Valparaíso,
.-setiend/rr 2S de 1880.
X.
'
"234.

Visto el decreto de esta fecha núm. '2'Á'i i las
pro
puestas qne
hace el
Superintendente
del Servicio Sanitario del
Ejército
de
Operaciones,
doctor don Ramón Allende Padin en
nso de las atribuciones
qne
me confieren los
supremos
decretos
de 7 i 9 de
mayo
de
1879,
decreto:
Nombróse el
siguiente personal para
la dirección i el servicio
de las cuatro ambulancias i el
hospital
volante del
Ejército
de
Operaciones, organizados por
decreto de esta Intendencia Jene
ral. fecha de hoi núm. 232 i
propuesto por
el
Superintendente
del Servicio Sanitario del
Ejército
de
Operaciones.

Ü2

DIRECCIÓN" DEL SERVICIO SANITARIO
ADJUSTO
Doctor dou
Diego
San Cristóbal
SECRETARIO
Don Marcial Gatica
ESTADÍSTICO
Don K
ajenio
It. Teña Vicuña
FARMACÉUTICO MAYOll
Don
Excquiel
Allende O.
AYUDANTE
Don
Ignacio
Silva 1!.
AYUDANTE
Don Elias Moreno
Itiysco, (muerto
eu el Li-
UOSTRALOIi JKSE8AL
Dou Ambrosio
Rodríguez
O,
CONTRALOR AYUDANTE
Don José
Mignel
Bezoain
PRIMERA AMBULANCIA
CIRUJANO MAYOR
Doctor don José Arce.

Ü3

L'UIUJAXOS
PRIJIEBOÍ
Doctor
don J. Manuel Salamanca
« » Juan Kidd
» x Ismael Rnbihu'
» » Salvador O. Feliú
u » Clodomiro
González
V.
» » José de la C. Contreras.
UIRL'JANOfi
SEGUNDOS
Don Máximo Abarca
s Pedro C. Molina
i> Emeterio
Letelier
» Ismael
Merino
» Jerman
Valenzuela Basterrica
b Moisés
Pedraza
»
Eustaquio
Diaz
» José
Portugal
b Julio Pinto
Agüero
w Emilio Moreno
Riesen
» Dositeo
Oyarznn
¡. Salvador
Silva
B.
CONTUALOH
Don
Manuel González
Gal vez.
FARMACÉUTICO
Don Amador
Araos
PRACTICANTES
FAKSIACÉ
UTICOS.
Don Carlos
Bieberacli
» Eduardo
Olivares
» Lorenzo
Miranda
» Juan de Dios Cuevas
» Efvain
Araveua
PRACTICANTES
DE CIKl'JM.
Don Nicasio
Vargas
» Vicente Soto
» Moisés
Zúnign
» Manuel Antonio Galnn
» Romelio Pizarro
b Jerónimo Guerrero
» Vicente Rosendo
» Pablo
A. Latorre
b Arturo Delfin
b Ramón Barrieutos
» Belisarío
Nufiez
b Pedro Alvarez
d Nicanor
Ugalde
b Tomas Tobar
n Evaristo Inostrosa
b David Herrera G,
., Aníbal Meza
» Cirilo
Quinteros
G.
o Pablo Diaz
» Eduardo Arrau
b C.
Reyes
» Manuel J. Gómez
» José
Venegas
» Ramón de la Paz
» Ismael Diaz
b Mannel A. Fernandez
SEGUNDA AMBULANCIA.
CIRUJANO MAYOR.
Doctor don J. M.
Ojeilu

65

CIRUJANOS PRIMEROS.
Doctor don Matías
Aguirre
s B Pastor Alvarez
» » Federico Gacitáa
» » Clotario Salamanca
» B Víctor Alcérreca
» • Flor. Pinto
Agüero
CIRUJANOS SEGUNDOS.
Don Erasmo Castro
»
J. Olivares
n Emilio
Aguayo
i
Augusto
Lezaeta
B Clodomiro Pérez C.
B Luis Avalos
Reyes
,¡ Fernando
Orcaistegui
H Pedro Fierro B,
B José de la C. González
í Emilio Sierralta
» Efrain Ferrada
0 Alf. Klickmaun.
CONTRALOR.
Don Valentín Carvacho
FARMACÉUTICO,
Don Pedro B. Castillo
PRACTICANTES FARMACÉUTICOS,
Don Manuel T. Cato
» Juan E. Castro
» Manuel Juárez
i> Anselmo 2." Fuenzalida
» Ba,mon
Redrignez
PRACTICANTES DE C1UUJIA.
Don Marcelino Urbiua
» Juan de D, Guerrero
» Pascual Vidal
b Juan
Rojas
» Abdon
Quezada
o Belisario
Bisquert
i> Manuel Ortin
b Víctor Salinas
» Floro del C.
díceres
w Abel Pumariuo
., N. Donoso
» Mannel Cautillanes
n Guillermo Chueca
» Juan N. Boza
0 Joan Marabolí
« Justo P. Ramírez
» Manuel González M,
D Ramón Bravo
»
Felipe
S. Méndez
h Víctor Dia/
> Pautaleon Cristi
» José M.
Aguirre
o Adolfo Urzna
» Francisco J. Bravo
» Francisco Pacheco
» José Gumecmdo Solar
TERCERA AMBULACIA.
Doctor
dou Al'salon Prado
CIRUJANOS PRIMEROS.
Doctor don Juan de D. Pozo
» » Mannel Saubneza
b » José
Agustín
Gana
b » Guillermo Castro
o » Francisco E, Ferrada
» »
David
Tagle
Arrate
CIRUJANOS SEGUNDOS,
Don Eíoi Sandoval
£ José Dionisio Donoso
i! Nicolás Palacios
11 Eduardo Solovera
s Alberto
Araya
£ Mamerto del
Campo
í Eduardo Martínez
B Temíst ocles Roldan
B Justo P. Merino E.
S Rodolfo L. Laviu
N. Chavez
» Juan P.
Rojas
C,
CONTRALOR.
Don Carlos
Fagalde
FARMACÉUTICO.
Don A.
Oyarzum
PRACTICANTES
FARMACÉUTICOS,
Don Emiliano Diaz de la
Vega
b Francisco Alarcon
b Manuel Madrid
» Arturo Marchant
b Luis E. Arellano

68

PRACTICANTES DE CIRUJÍA.
Don X. Costela
»
Anjel
2."
Artigas
» Moisés Cbavez
B Ensebio Galdames
d Hilarión
Scpúlveda,
B Abelardo Herrera
b Francisco
Vergara
b Francisco Donoso
a Salvador Román
» Wenceslao Pizarro
» Francisco Valdivia
b José del C. Mancilla
t> Clodomiro
Tapia
b
Eujenio
Diaz
» Francisco I. Guerra
b Mannel
Riqnelme
b Ramón Urbina
b Lindorde los Rios
b Clodomiro Muñoz
> Lorenzo Fuentes
b José Cicarilli
b Francisco Hernández
b Félix
Rodríguez
» José Antonio Aldana
» Ambrosio Luna
b Frnto R. Romero
CUARTA AMBULANCIA
CIRUJANO MAYOR
Doctor don Daniel Herrera
-
69

CTRCJAXOS PRIMEROS
Doctor don José T. Aravena
b b Marcial Gnzman
» b Aurelio Valdés
b » Federico Gutiérrez
b b
Domingo
Rivera C.
b » Matías Yurassek
CIRUJANOS SEGUNDOS
Don Alfredo
Moraga
y> José I.
Itnrriaga
» Zenen Palacio
b Zenen Herrera
b Mannel Orestes
b Juan T. Carrillo
b Jnlio Sofría
n Mannel A. Varas
ti Víctor Barros M,
b Pedro Miranda,
b TValdo Silva
» J. M. Soffia
CONTRALOR
Don Rafael H.
Vargas
FARMACÉUTICO
Don Jnan
Lomboy
PRACTICANTES FARMACÉUTÍCOS
Don Artnro Kossles
n José M.
Lopeandia
ii Fraueisra de P. Valdé8
b Rafael Cordero
b
Cayetano
Peralta Pendiente

TO

PRACTICANTES DE CIRUJ1A
Don Xatalio Diaz Pereira.
b Ensebio 2.11 Salinas
(Separado,
enero S.)
b liosendo Peña
n
Andrés Ferrari
(Xo está.]
n Nicolás Galvez
b José Simón Aravena
b José de Avila
n Adolfo Valcnzuela
(2
de diciembre. Li
cencia un
mes)
b
Eulojio Tapia
b David González
(Xo
sepresenti'i)
)> José del T. Concha
b AlamiroCliiieoii,
b Anastasio
Qniroga
b José M.
Hidalgo
B Francisco
líodriguez
b José ^biraholi
(Destituido según
tele-
b Ismael
Maiiriipic/
»
Hijinio
Santii'stcvaí;
B Juan de Dios
Rojas
■>
F.iuilio
<
'lariet
b Emilio
Jarpa
b
Francisco Ahumada
b Juan R.
Aguirrc
b Francisco
Campos
b Francisco Bulboa
b José F. Latorre Alcalde
b
Toribio
Campos
» I ¡ai non
Argandoúa
b Delfín Ramircz
b
Pioquinto
González
» Feliciano Galvoz
HOSPITAL VOLANTE
MEDICO JEFE
Doctor don Jacinto del Rio
MÉDICOS SEGUNDOS
Don Pedro Clandia
n
Juan Peralta
b
Manuel A. Coció
PRACTICANTES
Don Juan J. Mira
b Ambrosio Fino
b Cornelio Meneses
b José María Castro
» José Gutiérrez Vial
b Daniel
Figueroa
FARMACÉUTICO
Don Rafael
Miquel
CONTRALOR
Don Ramón Gaetc
AYUDANTE l'AHMAÍ'í: UTICO
Don Pedro Mira
PRACTICANTES SUPERNUMERARIOS
(Decreto
de 28 de octubre de
1880.)
Don Alberto Adriazola
>i Ambrosio Chave/
» Toribio Latorre
Aliénese a los nombrados el sueldo
qne
les
corresponde
en
virtud del citado
decreto,
número 2:i'J.de esta
fecha,
a contar des
de el 1." de noviembre
próximo,
a los
que
se encuentran actual-
¡f
mente en servicio en el
Ejército, Ambulancias n
Hospitales
Mi
litares,
i desde el dia en
que zarpen
de este
puerto
do
Valparai
so a hacerse
cargo
de sus
destinos,
a los
que
no se encuentren
en actual servicio.
Recábese la
aprobación suprema,
comuniqúese
i
archívese.
VlCRSTE DÁVILA liARRAIN,
PERSONAL DE SERVICIO DE LAS AMBULANCIAS
INTENDENCIA JENERAL PKL KJÉRCÍTO I AItMAPA ES CAMPANA
Valparaiso,
orttdre 7." de /S.SYJ
Siendo necesario
para
el servicio de laa ambulancias i su mo
vilización dotarlas del
personal conveniente, aparte
del
personal
profi
-ional
que
les
asigna
el decreto número 2\i2 de 28 del
pre
sente,
de acuerdo con el
Superintendente
del Servicio Sanitario
í en usos de las atribuciones
que
me confieren los decretos su
premos
de 7 i t> de
mayo
de 1
87ÍJ,
decreto:
Asígnase
a cada ambulancia el
siguiente personal
de servicio
Don el sueldo mensual
que
se indica:
Un cocinero con
¡$
4fl
Dos
ayudantes
de id. cada nno 20
Un lavandera 40
Dos
ayudantes
de id. cada nno 20
Un
capataz
40
Un
ayudante
de id 20
Un caballerizo
20
Ademas habrá nn mariscal herrador
para
el servicio de las
cuatro ambulancias con el sueldo mensual de 40
pesos,
Torios estos individuos tendrán ración de
tropa,
i serán
ajusta*
do número
232, para
los individuos a contrata del Servicio Sa
nitario,
Recábese la
aprobación suprema, comuniqúese
i archívese.
V. Dávila Larrain
MATERIAL DE AMBULANCIAS I DE HOSPITAL VOLANTE
6 carretones,
24 muías cou arreos.
25 animales con silla
para empleados.
2o
carpas, según
modelo,
1125
camillas,
cada una cou
2 frazadas 1250
1 almohada 625
4 sábanas 2500
Escupideras
latón
(una por
cada
dos^J
300
Jarros
para
beber 600
Escupideras
chatas 30
VAJILLA PARA ENFERMOS
Platos lata 600
Cucharas latou 1000
Cubiertos
(tenedor
i
cuchillo)
600
COCINA,
Foudos
para
12o raciones (i
Cucharones 12
Tenedores
grandes
12
Espumadores
12
Teteras
grandes
12
18
Baldes tierro
Cuchillos
grandes
Faroles
Ollas
(núm. 12)
VAJILLA PARA EMPLEADOS.
Cubiertos
completos (3)
Platos loza
Tazas con
platillo
¡ cnchara
Fuentes surtidas
Cafeteras
Faroles
Lavatorio
{jarro
i
taza)
Tetera
fierro, grande
,
Jarritos lata
para
beber
ÚTILES DE CURACIÓN PARA PRACTICANTES.
l'alati^anas
curación
Jeringas
de id
Estuches
para practicantes
(1 tijera;
1
pinza;
1
sonda;
1
estilólo)
Esponjas (libras)
,
Encerado
(metros)
Baldes madera
Morrales
Delantales
Caramayolas
ÚTILES PARA CIRUJANOS PRIMEROS.
Lsinches do 1/ clase.
r¡iriiinay.ilan
Delantales
ÚTILES PARA CIRUJANOS SEGUIDOS,
Estuches de 2.a clase 12
Caramayolas
12
Morrales 12
Delantales 24
ARSENAL DE CIRUJÍA,
Cajas amputación
i receccion 3
Jeringas hipodérmieas
6
Id.
para
enemas G
Id. curación
(repuesto)
12
Aparatos
Esmarch 6
Tubos
drainage (surtidos)
metros 40
Sondas
vesicales,
id 12
Termómetros clínicos 12
Llaves
para
muelas,
una
caja.
Hilo de
sutura,
surtido.
Agujas para
id. surtidas.
Hule de seda.
Escarificadores i vasos 3
Tira
balas,
surtidos 12
Irrigadores para
curación 12
Sondas Xelaton 2
Pinzas, tijeras,
bisturíes
(sueltos).
Fierros
para
cauterio
(4)
nn
jnego.
Aparatos
de
fractnra, latón, alfileres, tablillas,
alambres, estopa, yeso, dextrina, vendas, hilas,
algodón,
tela
emplástica, tijeras para alambre,
id.
para jénero.
Lámparas
de alcohol 4
Faroles
para
alumbrado
jeneral
25
Etiquetas para
heridos 1500
Barriles
para agua (2
arrobas cu 12
MATERIAL PARA US HOSPITAL VOLASTE DE oOO CAMA:
500 Catres
tijera (modelo).
500 Bacenillas latón.
500 Jarros
para agua (chicos, laton).
600 Platos lata.
600 Tazas id.
600 Cucharas.
600 Cuchillos.
600 Tenedores.
000 Colchones
paja.
600 Almohadas.
1200 Frazadas.
2000 Sábanas,
6 Faroles
grandes (salón).
24 Id. chicos.
J4 Baldes fierro.
12 Id. madera.
60(1
Etiquetas
de lata
(numeradas
de I a
fililí),
12
Escupideras
latón chatas,
Fondos, capacidad para
125 raciones cada uno... 0
Cucharones

Tenedores 6
Espumaderas
6
Teteras fierro :j
üllns
(uúm. 12)
(i
Cuchillones li
Hacha chica ]
VAJILLA PARA EMPLEADOS.
Cubiertos
completos
20
Platos de loza 100
Pocilios con
platillo
i cucliarita 20
Fuentes surtidas 6
Cafeteras 2
Faroles 3
Lavatorios latón
(jarro
i
taza)
2
Tetera
grande,
fierro ]
Jarritos lata
para
beber
20
ÚTILES DE CURACIÓN.
Palanganas para
curación — 25
Jeringas
de id
12
Estudies de id ,
6
Esponjas (libras)
3
Encerado
(metros)
20
Delantales 12
Morrales 6
Caramayolas
6
Estuche de I." clase 1
Id. de 2.a id 3
Delantales 8
Caramayolas
4
ARSENAL DE CIRUJIA.
Caja amputación
i resección 1
Jeringas hipodérmicas
2
Id.
para
enemas 2
Aparatos
Esmarch 2
Tubo
drainage (metros)
25
Sondas
goma
vesicales 24
Vendas, hilas, yeso (quintales)
2
Dextrina 1
Aparato
fractura,
Tablillas,
Alambre
telegráfico (metros)
50
Estopa alquitranada (libras)
200
Algodón
fenicado id 50
Lámpara
alcohol 4
Tijeras
alambre 2
Id.
para jéuero
2
Hilo de sutura.
Agujas
i alfileres
(surtidos).
Cauterio actual
(juego)
1
Tela
emplástica (metros)
12
Barriles
para agua
t)
Estuches
para
muelas 1
Irrigadores para
curación "5
DECRETOS SUPREMOS
QUE
APRUEBAN EL PLAN DE REORGA
NIZACIÓN DEL SERVICIO SANITARIO
REPÚBLICA DE CHILE
MINISTERIO DE LA GUERRA
Stifítinyo,
setiembre 2U de 1880.
Vista la nota
anterior, apruébase
el decreto
qne precede
es
pedido
cou fecha 2* del actual
por
la Intendencia Jeneral del
Ejército
i Armada ordenando la disolución del Servicio Sanitario
del
Ejército
eu
Campafia,
i su inmediata
reorganización, bajo
las
bases
que
en él se indican.
Tómese razón i
comuniqúese.

Pinto.

./. F.
Vergara.
MINISTERIO DE LA OUKRRA
Santiago,
setiembre 30 de 1880.
S, E. ha decretado hoi lo
que sigue:
Vista la nota
que precede, apruébase
el decreto
espedido
con
fecha 28 del actual
por
la Intendencia Jeneral
del
Ejército
i
Ar-

79

mada en
Campaña,
nombrando S
upe
rint endenté del Servicio Sa
nitario del
Ejército
de
Operaciones
al doctor don Ramón Allen
de
Padin,
sin
goce
de sueldo i con las atribuciones
qne
le señala
el decreto de
reorganización
de dicho servicio.
Tómese razón i
comuniqúese.

Pisto.

M. García de la
Huerta.
MINISTERIO DE LA GUERRA
Santiago,
setiembre 30 de 18S0.
S. E. ha decretado hoi lo
*[ne sigue:
Vista la nota
qne precede, apruébase
el decreto
espedido
con
fecha 28 del actual
por
el Intendente Jeneral del
Ejército
i Ar
mada en
Campaña, por
el cnal se nombra el
personal para
la di
rección i el servicio de las cuatro ambulancias i el
hospital
vo
lante del
Ejército
de
Operaciones
i
propuesto por
el
Superinten
dente del Servicio Sanitario de esc
ejército,
Tómese razón i
comuniqúese.

Pinto.

José F.
Vergara.
Valparaíso,
octubre 14 de 1880,
S/' 262.

Visto lo
espuesto por
el
Superintendente
del Servi
cio
Sanitario,
sobre la necesidad de aumentar el
personal
del ser
vicio i movilización de las ambulancias establecido
por
decreto
de 1.° del
presente
núm.
238,
i en uso de las atribuciones
que
me
confieren los decretos
supremos
de 7 i 9 de
mayo
de 187U. de
creto:
Auméntase el
personal
de servicio de cada ambulancia con
uu
capataz
i dos
arrieros,
con el sueldo mensual de 40
pesos
el
primero
i 20
pesos
cada uno de los últimos.
Estos individuos tendrán ración de
tropa,
i serán
ajustados
i
pagados
en la forma señalada
por
decreto de 28 del
pasado
núin.
232
para
los individuos a contrata del servicio sanitario.
Recábese la
aprobación suprema, comuniqúese
i archívese.
Vicente Dávila Larrain,

80

El anterior decreto fué
aprobado porel Supremo
Gobierno
con fecha 16 del corriente.
Valparaiso,
noviembre 5 de 1 Ss< '.
X." 283,

Visto lo
que espone
el
Superintendente
del Servicio
sanitario en
telegrama dirijido
desde Tacna con fecha de
ayer,
segnu
el cual es
indispensable
aumentar en cuarenta individuos
el
personal
de mozos de servicio
para
las
Ambulancias;
en uso
de las atribuciones
que
me confieren los
supremos
decretos de T
i í) de
mayo
de
1S71>,
decreto:
Auméntase en cnarenta mozos de servicio el
personal
del Ser
vicio Sanitario establecido
por
decreto de 28 de setiembre últi
mo núm.
232,
con el mismo sueldo i la ración de
tropa que
ese
decreto
asigna
a los de su
clase;
debiendo hacerse el
pago
de es
tos individuos conforme a lo
dispuesto
en el artículo 4." del ci
tado decreto de 28 de setiembre último,
Recábese la
aprobación suprema, comuniqúese
¡ archívese,
Vicente Dávila Lakrain.
ESPECIFICACIÓN DE LOS SUELDOS
DE LOS INDIVIDUOS
QUE
HAN SERVIDO EN LAS AMBULANCIAS.
HOSPITALES,
I SERVICIO DE LA INTENDENCIA JENERAL
Superintendente
del Servicio Sani
tario
(sin sueldo)
,
Adjunto
$
500
Secretario
» 200
Estadístico
» 150
Farmacéutico
Mayor
» 250
Ayudantes
de Farmacéutico
» 75
Contralor Jeneral » 300
AyLdante
de id » 100
Cirujanos Mayores
de Ambulancia. » 500
Cirujanos
Primeros » 250
Cirujanos Segundos
» 150
Farmacéuticos » 150
Contralores de Ambulaucia » 100
Practicantes » 75
Carpintero
Armador » 75
Mayordomo
» 40
Mozos » 20
Cocineros,
Lavanderas, Capataces
i
Mariscal Herrador » 40
Ayudantes
de éstos » 20
Hospital volante
Médico Jefe » 400
Id
Segundo
.-. » 150
Practicantes » 75
Farmacéutico » 100
Ayudante
de Farmacéutico » 75
Contralor » 1(
Mayordomo
» I
Cocinero i Lavandera »

Mozos » !
Hospital de Antofagasta
Médico Jefe Administrador » 300
Cirujano
Primero » 200
Id
Segundos
» 140
Contralor Estadístico j> 100
Farmacéutico i Guarda Almacenes. » 100
Farmacéutico
Segundo
» 80
Practicantes » 77
Capellanes
con rancho » 30
Mus ración
de
tropa,
I Mas
í de
Mas ración
rropa.
Hospital de
Iquique
Médico en Jefe i de Plaza » 400
Id
Segnudos
» 230
Cirujanos Segundos
u 115
Practicantes » 76
Administrador » 150
Farmacéutico » 140
Capellán (por rancho)
n 30
Cociuerodel
Hospital
» 40
Id del Lazareto » 25
Ayudantes
de
Cocina,
Lavado i Mo
zos » 18
Hospital de Pisagua
Médico en Jefe i de Plaza » 240
Cirujano Segundo
«
115
Contralor > 115
Farmacéutico » 115
Practicantes > 76
Capellán (porr&ncbo)
» 301
Cocinero del
Hospital
» 30 í
ltadou
Id del Lazareto b
.
25
}
javanderos,
Mozos
"
dautes de Coeim
ivanderos,
Mozos. Veladores i
Ayu-
1
18]
Je
tropa.
LA CONVENCIÓN OEJINEBRAI SUS MODIFICACIONES
POSTERIORES
CONVENCIÓN INTERNACIONAL DE JINEBRA DE 22 DE
AGOSTO DE 1864
Art. 1." Las Ambulancias i los
Hospitales
Militares serán
reconocidos neutrales i como tales
protejidos
i
respetados por
los
belijerantes,
mientras
haya
en ellos enfermos i heridos.

83

La
neutralidad cesará si estas Ambulancias
u
Hospitales
es
tuvieren
guardados por
una fuerza militar.
Art. 2." El
personal
de las Ambulancias i de los
Hospitales,
incluso la
Intendencia,
los servicios de
sanidad,
de administra
ción,
de
trasporte
de
heridos,
así como
capellanes, participarán
del beneficio de la neutralidad cuando
ejerzan
sus funciones i
mientras
haya
heridos
para recojer
o socorrer.
Art. 3.° Las
personas designadas
en el articulo anterior
po
drán,
aun
después
de la
ocupación por
el
enemigo,
continuar
ejerciendo
sus funciones en el
Hospital
i Ambulancia en
que
sir
van o retirarse
para incorporarse
al
cuerpo
a
que pertenezcan,
En este
caso,
cuando estas
personas
cesen en sus
funciones,
serán
entregadas
a los
puestos
avanzados del
enemigo, quedando
la
entrega
al cuidada del
ejército
de
ocnpacion.
Art. 4." Como el material de los
Hospitales
Militares
queda
sujeto
a las
leyes
de la
guerra,
las
personas agregadas
a estos
Hospitales
no
podrán,
al
retirarse,
llevar
consigo
mas
que
los
objetos que
sean de su
propiedad particular.
En las mismas
circunstancias, por
el
contrario,
la Ambulan
cia conservará su material,
Art. 5." Los habitantes del
país que presten
socorro a los he
ridos serán
respetados
i
permanecerán
libres.
Los
jenerales
de las
potencias belijerantes
tendrán la misión
de advertir a los habitantes del llamamiento hecho a su huma
nidad i la neutralidad
que
resultará de ello.
Todo herido
recojido
i cuidado en una
casa,
le servirá de sal
vaguardia.
El habitante
que
hubiera
recojido
heridos en su
casa,
estará
dispensado
del
alojamiento
de
tropas,
así como de una
parte
de las contribuciones de
guerra que
se
impusieren,
Art. 6.° Los militares heridos o enfermos serán
recojidos
i
cuidados,
sea cual fuere la nación a
que pertenezcan.
Los co
mandantes en
jefe
tendrán la facultad de
entregar
inmediata
mente a las avanzadas
enemigas
los militares heridos durante
el
combate,
cuando las circunstancias lo
permitan
i con el con
sentimiento de las dos
partes.
Serán enviados a su
país
los
que después
de curarlos fueren
reconocidos inútiles
para
el servicio.
También
podrán
ser enviados los
demás,
a condición de no
volver a tomar las armas mientras dure la
guerra.
Las evacuaciones, cou el
personal que
las
dirija,
serán
prate-
jidas por
ana neutralidad absoluta,
Art. 7." Se
adoptará
una bandera distintiva i uniforme
para
los
Hospitales,
Ambulancias i
evacuaciones, que
en todo caso irá
acompañada
de la bandera nacional,
También se admitirá un brazal
para
el
personal
considerado
neutral;
pero
la
entrega
de este distintivo será de la
competen
cia de las autoridades militares.
La bandera i el brazal llevarán O":
Hoja
en fondo blanco.
Art. S." Los comandantes en
jefe
de los
ejércitos belijerantes
fijarán
los detalles de
ejecución
riel
presente Convenio, según
las
instrucciones de sus
respectivos Gobiernos,
conforme a los
prin
cipios jenerales
enunciados en el mismo,
MODIFICACIONES DE PARÍS EN 20 DE AGOSTO DE 1SI¡7
Art. 1.° Las
Ambnlancias,
los
Hospitales
i todo el material
destinado al socorro de los heridos de tierra i
mar,
serán recono
cidos
neutrales,
i como
tales, protejidos
i
respetados
con
arreglo
a las
leyes
de la
belijeraucia.
Art. 2." El
personal
de los
Hospitales
i de las Ambulancias
de tierra i
mar,
comprendiendo
los servicios de
sanidad,
de ad
ministración i
trasporte,
como asimismo la asistencia
relijiosa,
participarán
de los beneficios de la neutralidad.
Art. 3." Las
personas designadas
en el
precedente
artículo
podrán,
si caen eu manos del
enemigo,
continuar llenando mis
funciones en la
Ambulancia, Hospital
o
buque designado.
So
metidos a la autoridad del
enemigo, conservarán,
sin
embargo,
su
condición i
jerarquía.
Este
Hospital
Sanitario no será retenido
por
mas
tiempo qne
el
exijido por
la asistencia de los
heridos, pero
el comandante en

85

jefe
del
ejército
o de las fuerzas navales victoriosas decidirá
cuando
podrá
retirarse.
El
personal
sanitario i
administrativo,
como también los ca
rruajes,
los
buques
i todo el material del uso de los
heridos,
con
tinuará funcionando sobre el
campo
de batalla o sobre las
aguas
de
combate,
auu
después
de ser
ocupados
estos
lugares por
el
ejército
o
por
las fuerzas neutrales victoriosas. So
obstante,
los
heridos levantados
quedarán
en
poder
del vencedor.
Art. 4." Los miembros de las sociedades de socorros a los he
ridos militares de los
ejércitos
ae tierra i mar de todos loa
países;
asi como su
personal
auxiliar i su
material,
sou declarados neu
trales,
Las sociedades de socorras se
pondrán
en directa
correspon
dencia con los cuarteles
jenerales
de los
ejércitos,
o con los co
mandantes de las fuerzas navales
por
medio de
representantes.
Las sociedades de
socorros,
de acuerdo con sus
representantes
en los cuarteles
jenerales
o cerca de los comandantes de las fuer
zas naval
es, podrán
enviar
delegados que
irán en
seguimiento
de
los
ejércitos
o de las flotas sobre el teatro de la
guerra,
i secun
darán los servicios sanitario i administrativo en sus funciones,
Art. 5." Los habitantes del
país,
así como los enfermeros vo
luntarios
que
lleven socorros a los heridos, seráu
respeta
los i
protejidos.
Los
jenerales
en
jefe
de las
potencias belijerantes,
invitarán
por
medio de una
proclama
a los habitantes del
país
a socorrer
a los heridos del
enemigo,
coiuo si
perteneciesen
a' un
ejército
o
a una marina
amiga.
Todo herido
recojido
o cuidado eu una casa le servirá de sal
vaguardia.
Todo
buque eucargado
de
recojer
heridos o
náufragos,
estará
bajo
la
garantía
del
pabellón
mciiuiuiia-.lo en <-] art. 7.'
Art. 0.° Los militares enfermos serán
recojidos
i
cuidados,
sea cual fuere la nación a
que pertenezcan.
Todo herido cuidado eu manos del
enemigo
es declarado neu
tral,
i debo ser devuelto a las autoridades civiles i militares de
su
país,
con el
objeto
de
que
toraeu a sus
hogares
cuando las
circunstaHcias lo
permitan
i de común acuerdo eutre ambos be
lijerantes
Los
convoyes
del servicio de
sanidad,
con el
personal qne
los
dirija,
estaráu cubiertos cou la neutralidad mas absoluta.
Art. 7.° Para los
Hospitales, Ambnlancias, deposito
de ma
teriales i
convoyes
de servicio sauitario en los
ejércitos
de tierra
i
mar, adóptase
una bandera i un
pabellón
distintivo i un uni
forme. Deberán
ir,
en
cualquier caso, acompañados
de la bande
ra o del
pabellón
nacional,
También se admitirá un brazal
para
el
personal
neutralizado.
Este brazal se
entregará
exclusivamente
por
las autoridades
militares, que
crearán
para
él una contraseña.
Toda
persona que
indebidamente lleve el
brazal,
será someti
da a las
leyes
de la
guerra.
La
bandera,
el
pabellón
i el
brazal,
llevaren la CHUZ HOJA
sobre fondo blanco.
Art. 8." El
ejército
victorioso está eu el deber de
amparar,
mientras lo
permitan
las
circunstancias,
los soldados eaidos so
bre el
campo
de
batalla, para preservarlos
del
pillaje
i de loa
malos tratamientos i de enterrar a los
muertos,
conformándose
estrictamente a las
prescripciones
sanitarias.
Las
potencias signatarias
cuidarán de
qne,
en
tiempo
de
gue
rra,
cada militar
vaya pro
vis tu de un
signo
uniforme i
obligato
rio, apto para
identificar la
persona.
Este
signo
indicará su nom
bre,
el
lugar
de su
nacimiento,
como también el
cuerpo
del
ejér
cito, Tejimiento
i
compañía
a
que
esté afiliado. Eu caso de muer
te,
este documento deberá retirarse antes de la
inhumación,
i
remitirse a la autoridad civil o militar del
país
natal del difunto.
Las listas de
muertos,
de
heridos,
de enfermos i de
prisione
ros,
serán
comunicadas,
en todo lo
posible,
inmediatamente des
pués
del
combate,
al comandante del
«jército enemigo, por
la
via
diplomática
i militar.
Por lo mismo
que
el contenido de este artículo es
aplicable
a
la marina i
ejecutable por ella,
será observado
por
las fuerzas
navales victoriosas.
Art. 9.a Las altas
potencias
contratantes
oblíganse
a intro-

87

ducir en sus
reglamentos
militares las
modificaciones
indispetl*
sables
por
consecuencia de sn adhesión al Convenio.
Ordenarán
que
éste sea
esplicado
a las
tropas
de tierra i mar
en
tiempo
de
paz,
i
puesto
a la orden del dia en
tiempo
de
guerra.
Los comandantes en
jefe
de los
ejércitos
o de las fuerzas na
vales
belijerantes,
velarán
por
la estricta observancia del Con
venio,
i
regularán
a este
efecto,
los detalles de la
ejecución.
La inviolabilidad de la neutralidad enunciada en este Conve
nio,
debe ser
garantida por
declaraciones
uniformes, publicadas
en los
códigos
militares de las diversas naciones.

Paris,
29 de
agosto
de 1867.
ARTÍCULOS ADICIONALES AL CONVENIO DE JINEBRA PRESENTADOS
EN 20 DE AGOSTO DE 1868.
Artículo 1." El
personal designado
en el artículo 2.° del Con
venio continuará
prestando
sus servicios
después
de la
ocupa
ción del
enemigo,
i
según
las necesidades lo
requieran,
a los en
fermos i heridos del
Hospital
o Ambulancia a
cuyo
servicio se
hallen.
Cuando
pida retirarse,
el comandante de las
tropas
de
ocupa
ción señalará la hora de la
salida, que
no
podrá
retrasar sino
por
corto
tiempo
i en caso
qne
las necesidades militares así lo
exijan.
Art. 2." Las
partes belijerantes adoptarán
las
disposiciones
convenientes a fin de
asegurar
al
personal
neutralizado
quo pue
da caer en mauos del
ejército enemigo
el
completo goce
de sus
garantías,
Art. 3." Para los casos
previstos
en los artículos 1." i 4." del
Convenio,
se entenderá
por
Ambulancias los
Hospitales
de cam
paña
i demás
alojamientos temporales que, siguiendo
a las tro
pas
en los
campos
de
batalla,
reciben a los enfermos i heridos,
Art. 4."
Según
el
espíritu
del artículo 5." del Convenio i las
reservas
indicadas en el
protocolo
de
1864, queda
sentado
que
la distribución de
alojamientos
de
tropas
i contribuciones de
guerra
sea
equitativa,
teniendo eu cuenta el caritativo celo des
plegado por
los habitantes.
Art. 5." Por estension del artículo 6." del
Convenio,
se esti
pula que escepto
los
oficiales, cuya posesión pnede
influir eu la
suerte de los
ejércitos,
i eu los términos señalados
por
el
párra
fo
segundo
del citado
artículo,
los heridos
eojidos por
el enemi
go
sean vueltos a su
pais después
de curados, o antes si fuere
posible, aunque
no estén inútiles
para
el
servicio,
si bicu a con
dición de no volver a tomar las armas durante la
guerra,
ARTÍCULOS ADICIONALES AL CONVENIO tlEl-'BR UNTES A LA MARINA.
Art. 0." Las embarcaciones
que por
su cuenta i
riesgo
reco
jan
heridos durante el combate i
después
de
él,
o las
que
ha
biéndolos
recojido
los conduzcan a bordo de uu
tinque
neutro u
hospitalario, gozarán
hasla llenar su misión de toda la neutrali
dad
que
las circunstancias del combate i la situación de los bu
ques comprometidos piTinitali aplicarles.
Art, 7." La
apreciación
de estas circunstancias
queda
confiada
a los humanitarios sentimientos de los combatientes.
Los
náufragos
i heridos
recojidos
i salvados de este
modo,
no
podrán
volver a servir durante la
guerra.
Se declara neutral el
personal relijioso,
médico i
hospitalario
de toda embarcación
capturada, pudietido
al desembarcar reco-
jer
los
objetos
c instrumentos de
«rujia
de su
propiedad parti
cular.
Art. 8." El
personal designado
en el artículo anterior debe
continuar
desempeñando
sus funciones en la embarcación
captn-
radn, ayudar
a las evacuaciones de los heridos hechos
por
el ven
cedor, quedando después
en libertad de volver a su
país
en la
forma
prescrita
en el
párrafo segundo
del
primer
artículo adi
cional antes citado.
Las
estipulaciones
del
segundo
artículo adicional
qne precede,
son
aplicables
al tratamiento de esto
personal.

80

Art. 9." Los
bnqnes-hospitales
militares
quedan
sometidos a
las
leyes
de la
guerra
en lo relativo a su
material, que pasa
a
ser
propiedad
del
que
lo
captura; pero
éste no
podrá
retirarlos
de su
destino
especial
durante la
guerra.
Art. 10. Todo
buque mercante,
cualesquiera que
sea su nacio
nalidad,
cargado
esclnsi vamente de heridos i de enfermos
para
su
trasporte,
esfá
proi.ejido por
la
neutralidad;
pero
solo la vista
de un crucero
enemigo,
notificada eu el diario de
navegación,
imposibilita
a los heridos i enfermos
para
volvr a tomar
parte
en la
guerra.
El crucero tendrá también el derecho de
dejar
a
bordo un comisionado
para acompañar
al convoi i
asegurarse
de
la buena fé de la
operación.
Si el
buque
mercante contiene ademas
cargamento,
también
le
proteje
la
neutralidad,
siempre que por
su naturaleza no deba
ser c nfiscado
por
el combatiente.
Los
belijerantes
conservan el derecho de
prohibir
a los
buques
neutrales toda comunicación i movimiento
que juzguen perjudi
cial al secreto de sus
operaciones.
En casos
urjeutes podrán
los comandantes en
jefe
hacer con
venios
particulares para
neutralizar accidentalmente i de una
manera
especial
los
buques
destinados, a la evacuación de heri
dos Í de enfermos.
Art. 11. Los marinos i militares
embarcados,
enfermos o he
ridos,
de
cualquiera
nación
que
sean,
deberán ser
protejídns.
i
c ¡dados
por
los
captnradores.
La vuelta a su
patria
está
sujeta
a las
dí-posí,.'io:,¡'s
iiel artí
culo 6." del Covcnio i del artículo 5." adicional.
Art. 1 2. La bandera distintiva
quo
se ha de unir al
pabellón
nacional
para
indicar
que
un
buque
o
cualquiera
otra embarca
ción reclama los beneficios de la
neutralidad, según
los
princi
pios
de este Convenio,
será el
pabellón
blanco con ernz
roja.
I,i is
belijerantes pueden ejercer
en este
punto
cuantas
compro
baciones
juzguen
necesarias.
Los
buques-hospitales
militares se
distinguirán por
su
pintu
ra
citerior,
blanca con una batería
verde.
Art. 13. Los
buques hospitalarios sostenidos
por
cuenta de
2o

yo
las sociedades de socorro reconocidas
por
los Gobiernos
signata
rios de este
Convenio, que
estén
provistos
de un documento del
soberano
que haya
dado la autorización
espresa para
su arma
mento i certificación de la autoridad marítima
competente,
es-
presando que
han sido sometido a su
víjÜaucia
durante su ar
mamento i hasta su salida
definitiva,
i
que por
entóneos estaban
acondicionados únicamente
para
el
objeto
de su
misión, serán
considerados
neutrales,
lo mismo
qnv
todo su
personal.
S-TÚii
respetados
i
protejidos por
los
belijerantes,
Se darán a conocer
izando,
en unión de su
pabellón
nacional,
la bandera blanca con cruz
roja.
El distintivo del
personal
en el
ejercicio
de sus funciones será un brazal de los mismos colores.
fiii
pintura
esterior será blanca con batería
roja.
listos
buques pre.staráu
socorro i asistencia a los heridos i
náufragos
de los
belijerantes,
sin distinción de nacionalidad,
Xo estorbarán eu manera
alguna
los movimientos de los com
batientes. Obrarán
por
su cuenta i
riesgo,
lo mismo durante el
combate
que después
de él.
Los
belijerautes
tienen sobre ellos el derecho de
eomproba-
cion i ile visita,
pudieudo
rehusar su comaii-su i mandarles ale-
f.os herirlos i
náufragos recojidos por
estos
buques
no
pueden
ser reclamados
por ningún"
de los
combatientes,
pero quedan
ul'Ü^ad-is
a uo volver a servir durante la
guerra.
Art. 14. En las
guerras
marítimas toda
sospecha
fundada de
que
miu de los
belijerantes
se
aprovecha
di; los beneficios de la
neutralidad con miras
ajenas
ni interés de b>s heridos i en fer
inos,
autoriza al contrario
para suspender por
su
parte
el Con
venio hasta
que pruebe que
no hubo mala fé. Si esta
sospecha
llegare
a ser
cierta, puede
ser
suspendido
el r<,uvi ■;,!,, minino
durante toda la
guerra.
Art. 10. De la
preseute
acta se esteuderá uu solo
ejemplar
orijinal, que
será
depositarlo
en ios archivos de la CoiifVderacion
S,>
entregará
una
copia
auténtica de esta
arta,
invitando la
adhesión
a cada añade las
potencias signatarias
del Convenio

91

de 22 de
agosto
de 1^64. lo mismo
que
a las
qne
sucesivamente
se
vayan
adhiriendo.
En fé de lo cual los infrascritos
comisionados han autorizado
el
presente proyecto
de artícnlos adicionales i
puesto
en él el se
llo de sus anuas.
Hecho eu Jinebra el dia 20 del mes de octubre de lSíis.
A.dnesion de las
potencias belijerantes
a la Convención de Jinebra.
CU T i, i-:.
MiyiRTKRIO DE IÍELACIOXES EsTKIilOKKS.
Sanfita/o.jt/ttioL^drlSrO.
Considerando:
que
las
estipulaciones
del Convenio de Jinebra
ibedweii a elevados > ■nriniieutos ,.[,■ Iiumaiiida i.
dignos
de ser
acatados
por
toda nación civilizarla:
Considerando;
que
el Gobierno del Perú ha manifestarlo va
sn adhesión a las
estipulaciones
riel Convenio:
Considerando:
que
la observancia
por
ambos
belijerantes
de
las humanitarias i
jenerosaá disposiciones qne aquél consigna.
contribuirá a suavizar los males
inseparables
de la lucha en
que
ambos
países
se encuentran
empeñados:
He acordado i decreto:
Primero.

Acéptansc por
el Gobierno de
Chile,
en la
guerra
que
sostiene contra el
Perú,
los ocho artículos del Convenio In
ternacional
de Jinebra. fecha -11 de
agosto
de
ISu-i,
qne copia
dos a la letra dicen así:
(En
el decreto
del Gobierno de Chile
aparecen copiados aquí
los ocho artículos
de la Convención
primeva
de Jinebra.
que
se
han
insertado en la
pajina 21).

02

Siyund-j.

Por los Ministerios
respectivos
se
espedirán
las
órdenes conducentes a la fiel observancia
por parte
de Chile de
las
estipulaciones qne preceden.
Tercero.

Tan
pronto
como el Gobierno de Chile
tenga
cons
tancia oficial de
que
Bolivia se adhiere también
por
su
parte
a
las conclusiones del Convenio
citado,
las
disposiciones
del
pre
sente decreto se harán estensivas a las
Ambulancias,
Hospitales
Militares i
persona! ocupado
en el servicio sanitario del
ejército
de
aquella liepáblicn.
Tómese razón i
comuniqúese.

Pisto.

Jorje
llitmrtts.
V E lí
V
.
Mini-ítiviio de Relaciones Ksi'i-üiiorrs,
Lima,
junio
I de, lf¡?!>.
Tengo
la honra de acusar recibo de la
respetable
nota de V.
S.,
fecha 10 de
mayo
último,
en ¡a
que
me
participa que
ci <
loliii>r-
no ríe Chile se a ll.irio a la Convención de 22 de
agosto
de
1M14,
i
que
se halla autorizado
para
solicitar la adhesión del Gobier
no
peruano
a c-sta obra humanitaria.
En
contestación,
me
complazco
sobremanera
pnih-r
participar
a V. S.,
que
mi l.oii'erno se
apresuro
a
aceptar
las conclusiones
dula Convención de
Jinebra,
de -0 de octubre de
iMi*, cuyo
testo mando
publicar
oficial
mente,
según
consta de la
copia
del
decreto
supremo
fecha 2 de
mayo próximo pasudo, que
mees
grato
remitir a V. S.
bajo
este sobre.
Cumplo
asi mismo
poner
eu conocimiento de V. S.
que
el dia 3 de
mayo citado,
S. E. el
Presidente de la
Üepública, jeneral
don Mariano
Ignacio Prado,
eu contestación a la carta íc V.
S.,
de 1-s de abril de
1S7!),
sobre
este mismo asunto. ],■ conte-tó a V. S. avisando!.- la
aceptar-ion

93

de las
conclusiones a
qne
le he hecho referencia.
Acepte
V. S,
las
seguridades
de mi alta consideración,
(Firmado).—
Manuel Irigoyen.
Al honorable señor don Eduardo Seve.
Encargado
de
Negocios
de
Béljica
ea el Pacífico.

Santiago,
MINISTERIO DE RELACIONES ESTEBKJKEK
Lima,
2 de
mayo
de 1879.
Siendo evidente las
ventajas
de la sociedad de la «Crnz
Rojaw
eu favor de los mas obvios deberes de la
humanidad,
el Gobierno
acepta
las conclusiones de la Convención de Jinebra de 20 de
octubre de
1868, cuyo
testo se
publicará
oficialmente. El ^Minis
tro de Relaciones Esteriores
adoptará
las medidas conducentes
para
la
incorporación
del Perú en la unión
jeneral.
Rejístrese
i
comuniqúese.

Rúbrica de S. E.

(Firmado)

Paz Soldán.
Lima,
Junio 7 de 1879.
Señor Ministro de Estado eu el
despacho
de Guerra i Marina:
El señor Ministro de la
República
de
Chile, por
conducto de
la
Legación belga
en
Santiago
i de la Junta de Ambulancias de
esta
capital,
indica la couveniencia de dar a conocer la adhesión
délos Gobiernos del Perú i Chile a la Convención de Jinebra
qne
ha creado la obra humanitaria de la Cruz
Poja,
a
cuyo
íiu
pudiera
darse de esto noticia en la orden
jeneral
de ese Ministe
rio a todas las
tropas
de mar i tierra.
Siendo obvias las razones de conveniencia
que
existen
para
dar
publicidad
al decreto
supremo
de
adhesión, ruego
a V. S. se
sirva dar sns instrucciones eu este
sentido;
i
ademas,
si lo
juzsra
conveniente,
comunicarlo al
excelentísimo señor Jeneral director

í>4

de la
guerra
en
camparía, quien
sin duda
aprovechará
la
primera
oportunidad pera
hacer
igual
comunicación a S. E. el
Capitán
Jeneral Presidente de Bolivia don Hilarión Da/.a.
Debo
agregar
a V. S.
que
cou esta fecha recomiendo ti nuestro
Plenipotenciario
en la
Paz, que indique
al Gobierno de ISolivin
la conveniencia de sn adhesión al
pacto
de
Jinebra,
si
ya
no lo
ha hecho.
Dios
guarde
a V. S.
M. Iriiioves,
H O L 1 V 1 A
l.f W.'. -;
drjulio
de ¡sin.
He tenido el honor de nribir con la
rupia adjunta
de diez
auexos concernientes a la Convención de Jinebra e institución
humanitaria de la <'>■»:
/toja,
el oficio de V. S. de fecha ¡tO de
mayo pasarlo, dirijido
a manifestarme
que
solo se
espera
la ad
hesión del Gobierno de líolivia a dicha Convención,
para
tomar
las últimas medidas
que.
en la
guerra que
sostiene la
República
emitra
Chile,
deben
asegurar
a los
belijerantes
las inmensas
ventajas
de la
espresada
Convención i de laa sociedades humani
tarias d« la Cruz
Roja,
líes
pon
dieudo al indicado
oficio,
me es
grato
remitir a V. S.
el núm.
*
del Boletín de
guerra,
del
ejire-to
liolitúanti en el
que
se
rejistra
el
despacho qne,
con fecha 1U de
muyo anterior,
diri
jia
el Estado
Mayor
Jeneral al señor Ministro de Estado en el
despacho
de
gobierno, encargarlo
del de la Guerra i en el
que
el
señor
Capitán
Jeneral del
ejército
de
Bolivia,
penetrado
del ele
vado
espíritu que
ha dado
oríjen
a la institución de las Ambu
lancias i sociedades de
caridad,
inicia la
organización
de ellas eu
la
República,
comisionando
para
el efecto al señor Vicario Je-
ucral del
Ejército,
Monseñor Manuel Facundo ('astro. A<oiu-

05

paño
igualmente
el número 229 del
periódico
oficial Leí Demo
cracia i
otras
publicaciones
donde V. S. encontrará la circular
del
Ministerio de la
Guerra,
de fecha Vi de
junio
i la contesta
ción de los Prefectos relativas al mismo
objeto,
Eu
consecuencia de lo
espuesto,
el
Consejo
de
Ministros,
en
cargado
del Poder
Ejecutivo
al
que teugo
el honor de
pertene
cer,
ha resuelto
que, por
la vía
diplomática, obtenga
este Minis
terio la atlhesioa de Bolivia a la Convención de Jinebra de 18IÍS,
pudiendo
contar V. S. con dicha resolución
que pronto
se hará
efectiva
para
los fines enunciados
por
V. S. en el oficio al
que
me es honroso contestar.
Sírvase V. S.
aceptar
las
protestas
de
distinguida
eonsidera-
eiou con
que
me suscribo de V. S. atento i
seguro
servidor.
(Firmado)—
Pedko José de Guerra,
Al honorable señor dou Eduardo Si-ve,
Encargado
de
Xegur-io-,
¡lu
'Bi-l.jir.-a
en Chile.

Santiago.
lilMSTEKlo HK 11 fcl.Ac IOM-> H-íTEUiriltliS UK l'UII.K
Santiago, julio
24 de 1879
Apareciendo
de la nota del señor
Encargado
de
Negocios
de
Béljica
de fecha 18 del
presente
mes
que
el Gobierno de Bolivia
ha declarado adherirse a la Convención de Jinebra de 1808
que
reconoce la neutralidad de las Ambulancias,
Hospitales
Milita
res i
personal
del servicio sanitario
encampana;
i estando
por
consiguiente cumplidos
los
requisitos que exije
el articulo 3." del
decreto
supremo
de fecha 28 de
junio próximo pasado.
Decreto :
S'1 hacen esteusivas a las
Ambulancias,
Hospitales
.Militares i
personal
del servicio sauitariu de í'olivia la>
disposiciones
con-
signadas
eu el
Supivmo
decreto de :> de
jimio
del
presente
año,
en ios mismos casos i
bajo
las
mismas condiciones establecidas
en dicho decreto
para
las
Ambulancias, Hospitales
Militares i
personal
del servicio sanitario del Perú,
Tómese
razón, comuniqúese
i
pultliquese.

Pisto.

Jorjc
//«-
DOCUMENTO ]S7 9
DELÉGANOS DE LA
ISIKJDKCU BEL EJÉRCITO
Valparaíso,
octubre 4 de 1880,
N.° 242.

Siendo necesario atender debidamente al servicio
de
provicion
del
Ejército Espedicionario
i a los diversos ramos
administrativos
qne
de él
dependen,
en uso de las facultades
que
me confieren los decretos
supremos
de 7 i 9 de
mayo
del
año
próximo pasado,
decreto:
Art. 1.* Créase una oficina con el titulo de
Delegación
de la
Intendencia Jeneral del
Ejército
i Armada en
Campaña
con el
personal
i sueldo mensuales
siguientes:
Un
delegado
Jefe de la Administración
§
500
Un secretario
» 150
3ECCI03T DE CONTABILIDAD
Un
contador,
Jefe de la sección de sus sucursa
les i almacenes de
depósitos
S 350
Un tenedor de libros
» 200
Un oficial 1."
» 150
Unoficial2.°
» 125
21
L'uoficial 3."
» IHi
L'noficial 4."
» UU
L'uoficial 5." i. HHI
SECClOS DE ALMACENES
Un
guarda
almacén 1."
$
'JÓU
Un id id 2."
»
"Jim
Un id id 3." « Ion
Seis
ayudantes
con el sueldo meusual cada uno » 10U
SECCIÓN PROVEEDORA
Tres
proveedores
de División cou el sueldo men
sual cada nno
S
-o'1
Veinticinco
proveedores
de
Rejiniiento
cada uuo » l.-'i
sEi't'lOS MARÍTIMA
EMBARQUE
1
DESEMBARQUE
L'u
primer
Jefe
$
2VÜ
Un
segundo
» Ion
Ñ'is
ayudantes
con el sueldo mensual cada uno » 10U
sKITIuS DE CORREOS
Un Bdmiiiistrador con el sueldo de s l-o
Dos
ayudantes
id Id id cada uuo de » S<l
Ademas de los sueldos
consultados,
los
guardas
almacenes i
los
ayudantes,
los
proveedores
i los
empleados
de la sección ma
rítima
gozarán
ríe la ración de
tropa correspondiente.
Art. "-'." Las diversas secciones de la
Delegación
'lu la Inten
dencia Jeneral tendrán su residencia en rd
lugar que
les
fije
el
Delegado
i
organizarán
sus servicios
según
las instrucciones
que
reciban del mismo funcionario i de acuerdo con las
prcseripcioii's
del
reglamento que
dicte la Intendencia Jeneral,
Art. 3." Los nombramientos de
empicados
hechos
por
id In
tendente
Jeneral,
o
por
el
Delegado
con
aprobación suya,
inver-
tiráu el carácter de
simples comisiones, concluyendo
cuaudo ha
ya
terminado su
objeto,
o cuando dichos funcionarios lo estimen
conveniente,
Art. 4." El
Delegado
aumentará o disminuirá
según
las me
didas del servicio el
personal
de su oticiua o de las sucursales
que estableciere,
dará a sus
empleados cualesquiera
comisión
que exija
el mismo
servicio,
los removerá i nombrará a sus reem
plazantes,
i
fijará
sus sueldos recabando la
aprobación
del In
tendente Jeneral,
Art. 5."
Sujeto
a las mismas
obligaciones,
el
Delegado podrá
celebrar los contrates
que juzgue
necesarios
para
el
mejor
ser
vicio i
aprovisionamiento
del
Ejército
en
Campaña
i ordenar su
pago
a la
Comisaria, ya
sea
jirando
directamente a favor de los
interesados, ya pidiendo
a la Comisaría los fondos
que
necesite
para
atender a ellos.
Esta misma facultad se estenderá a todos bis demás
pagos
que exija
el mencionado
servicio,
con
cargo
de rendir cuenta ins
truida i documentada de todas ellas a la Intendencia Jeneral en
caso de hacerse dichos
pagos por
la oficina de la
Delegación,
Art. 6." Las cuentas de la
Delegación
serán examinadas i fi
niquitadas
en la oficina central de la Intendencia Jeneral con
forme al art, 4." del
supremo
decreto de y de
mayo
de lf-T'J,
Recábese la
aprobación suprema, comuniqúese
i archívese,
YlCESTE DÁVILA LaKKAIK,
Valparaíso,
octubre 8 de ISisO.
X.°:¿47 Siendo nocesario deslindar las atribuciones de los em
pleados
de la
Delegación
de la Intendencia Jeneral del
Ejército
i Armada en
Campaña
i
reglamentar
cu lo
posible
las
operacio
nes
que
han sido conferidas a dicha oficina
por
decreto de esta
Intendencia
Jeneral,
i eu uso de las atribuciones
que
me confie
ren los decretos
supremos
de 7 i 9 de
mayo
de
1879,
decreto:
Art. 1.° El
Delegado
como Jefe de la oficina i
superior
de to-

100

dos los
departamentos
en
que
ella se
divide,
ejercerá
sobre sns
empicados
i las
operaciones
de
que
conozcan,
la dirección com
pleta
del servicio de
provisión
del
Ejército cualquiera que
sea el
punto
en
qne
esas
operaciones tengan lugar.
Eu la ausencia del
Delegado
lo
subragará previa disposición
de este
funcionario,
en los asuntos de carácter diario i
m-jente,
el
Contador Jefe de la Contabilidad,
Art. 2."
Teniendo la
Delegación por principal encargo
el ser
vicio de
provisión
del
Ejército
eu
Campaña
i cuidar de
que
éste
se halle abastecido de tedos los artículos de uso i de consumo
que exije
su
permanencia
en el territorio
enemigo,
mantendrá
constantemente a la Intendencia Jeneral al corriente de las ne
cesidades
que
se
dejen
sentir i satisfará
por
si misma las
urjen-
tes criando las
exijencias
del servicio lo
requiera.
Art. 3." En la oficina de la
Delegación
se llevarán dos conta
bilidades: un*
para
los valores
qne
se le
entreguen por
la Comi
saría del
Ejército para
atender alus diversos
gastos
de los ser
vicios
qne
le están
confiados,
i otra
para
las
especies quo ingre
san a sus almacenes
para
el abastecimiento de las fuerzas
espe-
dicionarias.
Art. 4.° Las cuentas de inversión de estas
especies
i valores
se
acompañarán periódicamente
a la oficina central de la Inten
dencia Jeneral
acompañadas
de todos los
justificativos
i
compro
bantes del caso.
Estos
comprobantes
serán:
Para los
calores,
\¡>* contratos o cuentas
canceladas,
los
ajus
tes de
empleados
con sus nombramientos i
recibos,
las relacio
nes de
pago
certificada cuando es
trabajo
a
jornal
o se
haga gas
tos menudos
que
no es
posible
acreditar i las órdenes i recibos
sobre
entregas
de buena cuenta o con
cargo
de rendir la corres
pondiente
cuenta de inversión.
Para Jas
especies,
los recibos
qne otorgnen
los
proveedores
de
División o de
Rejiniiento por
las
que
se les
entregue para
el
lousnmo de sus
respectivos cnerpos
en la forma i con los
requi
sitos
que
establecen los artículos
13, 14, 15,
del
reglamento
dic-

101

tado
por
esta Intendencia Jeneral el 28 de octubre de 1879
para
el
servicio de
provisión
del
Ejército
en
Campaña,
Art. 5."
Independientemente
de esta Contabilidad i eon la
mira de constatar eu toda circunstancia la
lejítima
inversión de
las
especies que
reciban los
proveedores,
la
Delegación
llevará
una
especial
de
cargo
a cada uno de estos
empleados,
a la cual
abonará las cantidades
que
éstos acrediten haber consumido se
gún que
deben
presentarle quincenalmente
conforme a lo
preve
nirlo en los artículos
18, 19,
20 i 21 del mismo
reglamento,
el
cual se declara
por
el
presente
decreto
vijente
eu cuanto no esté
en
oposición
en las facultades
que por
el decreto de 4 del co
rriente se hau conferido a dicha
Delegaciou.
Art. 6.° Cuando una División
tenga que
obrar distante del
asiento de la
Delegación
o del sitio en
que
se hallen euloeadiH
sus almacenes i carezca de los artículos necesarios
para
su ser-
ricio o subsistencia el
proveedor
de la División
podrá adquirir
los
previa
orden
por
escrito del Jefe de
ella,
satisfará su
importe
ya
sea cou el dinero
que
se le hubiere
entregado para
atender a
estas
necesidades,
o bien
jirando por
él contra el
Delegado
con
el visto bueno del mismo
jefe.
De estos
gastos,
así como de la inversión de la
especie adqui
rida,
rendirá el
proveedor
cuenta
pormauoriza
la a la
Deleg.iciiui
para que
ésta la
incluya
eu la
jeneral qne
deban
presentar
a su
tiempo
a la oficina central de la Intendencia conforme, al arti
cula 4.",
Art. 7." Toda duda contraída en la
Delegación
o sus sucursa
les
por
individuos o
cuerpos
del
Ején-ito,
debe
ponerse
en cono
cimiento de la Comisaraía
pra
su
cargo
i descuento
correspon
diente.
Comuniqúese
i archívese.
Vicente Dáula Larra: v.
Valparaiso,
octubre 7 de IXM.
N." 244 Siendo necesario atender de una manera conveniente
el abastecimiento ríe las fuerzas de reserva
qne
deben
quedar
acantonadas en el
departamento
de Tacna una vez
quael Ejér
cito de
Operaciones salga
de ese territorio: i habiéndose consul
tado en decreto de 4 del
presente
nnm. 242 el
plan
del servicio
del
Ejército
de
Operaciones:
eu uso de las atribuciones
que
me
confieren los
supremos
decretos de 7 i 9 de
mayo
de
IS?'i,
dr>-
l.c Créase la
siguiente planta
de
empleados para
atender al
abastecimiento del
Ejército
de reserva i a los almacenes de Ari
ca i
Tacna,
los
que
tendrán
por
tolla remuneración los sueldos
que
aeontinuoeion se indican:
Un
provedor
de Dívímou cou el sueldo mensual
S,is
proveedores
de
Uejilliiclitn,
cada uno
»
12*
AI.HAl l¡N HE AIIKM
Vn
guarda
almacenes mu el sueldo mensual de
¿
ISO
i
mitro
nyud.mtes
de id rada uno con el sueldo
mensual
de !> [Olí
ALMACKX l>K TAI N"A
Un
guarda
almacenes con el sueldo mensual ,h- s IMi
L'uatrn
nyudanti-s
de id cada uno con el suehlu
mensual di- > 1011
Un
desrmbareador con el sivldo mensual de.
I'iin tro
ayudan
tr-s di- M rarhi uno ihii el sin-
mensual de
-
193

2.° Estos
empleados dependerán
del
Delegado
de la Inten
dencia mientras éste
permanezca
en
Tacna,
i del Comisario del
Ejército
de ese
punto
una vez
que
el
Delegado
se
haya
ausenta
do con el
Ejército;
i
procederán
conforme a los
reglamentos
dic
tados
para
los
empleados análogos
creados
por
el citado decreto
de 4 del
presente
núm, 242.
Recábese la
aprobación suprema, comuniqúese
i archívese.
Vicente Dávila Labráis.
g-
I
a
f
°
Íee|
„ eeeIÍ? ff
I
?
f
5
í
>
1 *.'
'
"
|
|
r
8
8 g I
21
ÍJ
E- P = ST § Mili:::
§£^M:M:
Z
p £
|r.i"l|^
=
..- =
.. = .
g
> o 3
». =
s*g>
o
.
a
c
í
?:";;"
'|
2
=
=
rlíi ^
S
;
r
~
'.\
^ l %
~
^
=
i
*
; 11

r
f e ? r
p? r
'
r
¿
f
i
i i i i ; ! i ; ; ; j
t
$ \
|
: I i I
i
;
¿
f |-
| g.
f f |
X
DOGUIENTO 1$.° 10
(TUIIIOS HE LA SüflMAR UfII)\.U DE ACRICHTIBI
CUADRO N."1
MOVIHIKXTO HE KON'IIOS
Recitado en dinero de la Comisaría Jene
ral ■'? 272500
Keoibido
por
ventada 150 enhallos 4710 ü 2772
Invertido en 4204 Caballos
¡~ 142032 ,10
j> b Ü% Muías
535431 30
» » 1.182
Aparejos
15820 00
» * 11045 Mantas
35570 25
» >
Talajes
- -
15101 12
i i
Aperos
diverso? 10101 70
i » Varios
gastos
78G 04
, > Srteld-s
H52 00
e „ Gratificaciones
persn-
,)ftlcs
... (5SC 00
t »
Asignaciones
de arrie
ros
H44Ó 5Í1
22
•\
-
106

[íratificacionesid
3000 00
(íastos menores 236 45
3 274821 81!
Saldo en
caja
2338 14 $ 277210 00
Suntiíigo. junio
1." de 1881.
U. Prieto,
Secretario Tesorero
V." B."
RiFAEL ÍjARRíIH.
CUADRO N.' 2
TÉttMISO MF.UIO UEI, IHPORTB nE 1/19 SIftUIENTI'R OBJETOS
1204 Caballos
importan-n
* 1420U2 50 o sea cadii nno $ S3 77
!>0<i Mnlas »
35431 30 » > 39 10
lyNi
Aparejos
»
15820
» » > 10
11045 Muntas » :¡"i57'.l 25 » » 3 22
■s«nt¡Hgii, junio
1 ." le 1881.
V. I'nt.TO.
Secretario Tesorero
V" Ti."
Rafael Laiihain.
uCadro N" :í
MOVIMIENTO DE CAnA 1,1,08
Cabsll-ü
comprada
4204

procedentes
de donativos > i">n
» traiJos de I
[dique
i
Pisagua
104
TuUl
43fi8
Enviados al
Ejército
del Sorte
312G
» » id de la Frontera .¡
¡)¡i2
-
107

Entregados
en
Sintago
229
Muertos
1
Existentes
10
Total
4358
Santiago, junio
1.° de 1881.
U. Prieto.
Secretario Tesorero
V.» B.°
Rafael Laiibain.
CUADRO N." 4
MOVIMIUNTO
DE MULAS
Mulna
compradas
^
p
procedentes
d-s donativos
3a
Total
933
Enviadas
al
Ejército
del Norte-
704
> d id de la Frontera
50
Entregadas
en
Santiago
H"
Existencia
tí6 m
Santiago, junio
1.° de 1881.
B
U. Prieto,
Secretario Tesorero
Y." B.°
Hafaül
Larbalk.
s/
,.|
*50!
###BOT_TEXT###Ícbre"
\
S8
'
|P¡«
J»j>
-*
D0OTJME1TTO I." 12
Jloviiiiicntos (le
trasportes
a vela durante la
campuña
NOMBRE TOKK.-AjJ
FEd DB*mo
W-
AÑO 1879
Humberto 1."
1082 Abril 18
Antofagasta
Hurón
G09 ¡> n B
|
Kiver Thames 501
» 22 B
1- Carolina Morris.... 1,32 » 30 B
Eirnac
593
Hayo
5
»
Lupata
1039
E 31 »
Victori Croas
6SS Junio 16
s
Eginont
Hoorn.... 708
Agosto
16 »
Erns L. üolta 470 Setbre.
Adolfo
531 » 9
»
NovoGhiliuo 554
» 10
»
Arturo
583
Casablanca
58K
D 26
»
Calabria
■ 619 11
i »
Almendral
678
Onis.-pppe
Murri...
Tordo
1333 Octbre.
ll
Coquimbo
424 2 7
Caldera

Colcnra
412 B
■;
Antofagasta
S:. ¡riiof
themoraiag
593
B 11
»
P.Sycke
1032 í 15
*
Federica
... 725
1 m
"
Cristóforo
849
1 Talca
42Í Ni;vbrt. 3
»
Norfolk
1296
B 5
»
1
Otto
536
11
Don Alberto
B 14 Culdera
1 Sobrina
800 » 15
»
Li.utaro
355
19
!
Antouiette
531
>
s
Iquique
líertba
399
H 28
Pisagua
ValentineElene1..
688
27
Prol'-.'sor
512
28?
Dicbre.
17
1
ZM>¡.¡¡±
515
s 13
Oci.ei-a] NiUt
733
21
Paloma
Xoíbre, 1!J
Iiimac
591
Diebre, 28
Pisagua
JuUllB lll£fl«
Adolfo Thiers
K. IVífjró'....
Id.
AH'ítij.,
I !
!'..!.,:,;,..
Id..
i
Elena. .
i. '.:!■:, ,
S- i „.-,
!(.. I.-h.
!..,„ .
-
111
-
NOMBRE o;; ni.aje ™- desnso
i
V
AÑO 1880
Talca
Di obre. 30 Arica
Prosperino
88C
Mayo
'
15
Iquique
Niágara
450 0 » B
Edén 760
19
j
Dulphin
511 Junio 16 Arica
Uraigmullen
688 Julio
24
Iquique
, Santón 450
E «
1 Thomas Hambin... B
Agosto
2
B
Juan Z'ileta 317
7 Arica
Id D:cbie,
23 »
!
TeU'srruph
A
[JOS
10 19 9
Dernard fi92 •ítiLbrü. 11
Iquique
: Vista 1022
13
1
Tampacú
792
) 9 Arica
Bernardo Bravo.... 803
11 10
Iquique
, Heeobdale
10
21 de
Mayo
1424
773
,
"
Arica !
Inspector
» 30 B
Dordrechl OctuWe
16 B
I'ri.-lólbro.. i;r>7 i 12 B
Herminia
■>■;,■! » 13
Iquique
Lnrdof the Isles... s
i
Tinto
Lautaro 385

14
14
Arica
1
Arturo
i
• B
;
o. i. jout-s 593
» 15
Iquique
Hortmoi»
B 13 B
Cnnqueror
855
I
B B
Edeth
t 20 Arica
Sirnturia 700 B 22
Iquique
UhnniMS
Blyílie....
599 »
» Arica
Iiirkv
527 Novbre.
3
Iquique
(.'urrizal 696
B i B
iVihliiia Teresa....
s 5 Arica
Qnillota
■-
.'90
B 1
Iquique
,
Elisa
Campbell
751
B 6
Iquique
Cocliward 137
1
Hartino
..... 392
> 13 Arica
Herminia
i 13 »
Colcura
» £0 •
1 Vitalia
« 23 ■
¡
Union .-..,
" 27
>
Federica
Johanna
Keplcr
Magjrie
llill
IX
Enrique...
Jane TJre...
Adolfo
i,
Julio lii ríe ISfil.
EOCÜMEHTO
I.° 14
Armamento
llegado
de
Europa
i recibido
por
la
Intendencia
Jeneral
Xk
l.l
l.l
1,1
l.l
l.l
;.
i
.

:-,
iV-.r.,..
¡ti - ,1.
eLARIFIOACIOÜ
'i
r
3 í
íi

'_-. ; ll
¡]
:
2
xo,™
■..■:■.,■
3-..1
: :•}
:i
id(a-
ifi
í & i
"

í i.- . .-
4 .le

. '. j
! .le .: i.
■1 J- i :.. J !e<¡;
2j-
J-
"ii.'-u .-tw«
2000 1
9496
'...,.
i!
í
,!S
5
\!U
11 '-lí
'l'r.
í;(ji)
Valparairo,
mujo
17 de

","doc_promotions_enabled":false,"static_promo_banner_cta_url":"https://www.scribd.com/"},"eligible_for_exclusive_trial_roadblock":false,"eligible_for_seo_roadblock":false,"exclusive_free_trial_roadblock_props_path":"/doc-page/exclusive-free-trial-props/236618917","flashes":[],"footer_props":{"urls":{"about":"/about","press":"/press","blog":"http://literally.scribd.com/","careers":"/careers","contact":"/contact","plans_landing":"/subscribe","referrals":"/referrals?source=footer","giftcards":"/giftcards","faq":"/faq","accessibility":"/accessibility-policy","faq_paths":{"accounts":"https://support.scribd.com/hc/sections/202246346","announcements":"https://support.scribd.com/hc/sections/202246066","copyright":"https://support.scribd.com/hc/sections/202246086","downloading":"https://support.scribd.com/hc/articles/210135046","publishing":"https://support.scribd.com/hc/sections/202246366","reading":"https://support.scribd.com/hc/sections/202246406","selling":"https://support.scribd.com/hc/sections/202246326","store":"https://support.scribd.com/hc/sections/202246306","status":"https://support.scribd.com/hc/en-us/articles/360001202872","terms":"https://support.scribd.com/hc/sections/202246126","writing":"https://support.scribd.com/hc/sections/202246366","adchoices":"https://support.scribd.com/hc/articles/210129366","paid_features":"https://support.scribd.com/hc/sections/202246306","failed_uploads":"https://support.scribd.com/hc/en-us/articles/210134586-Troubleshooting-uploads-and-conversions","copyright_infringement":"https://support.scribd.com/hc/en-us/articles/210128946-DMCA-copyright-infringement-takedown-notification-policy","end_user_license":"https://support.scribd.com/hc/en-us/articles/210129486","terms_of_use":"https://support.scribd.com/hc/en-us/articles/210129326-General-Terms-of-Use"},"publishers":"/publishers","static_terms":"/terms","static_privacy":"/privacy","copyright":"/copyright","ios_app":"https://itunes.apple.com/us/app/scribd-worlds-largest-online/id542557212?mt=8&uo=4&at=11lGEE","android_app":"https://play.google.com/store/apps/details?id=com.scribd.app.reader0&hl=en","books":"/books","sitemap":"/directory"}},"global_nav_props":{"header_props":{"logo_src":"/images/landing/home2_landing/scribd_logo_horiz_small.svg","root_url":"https://www.scribd.com/","search_term":"","small_logo_src":"/images/logos/scribd_s_logo.png","uploads_url":"/upload-document","search_props":{"redirect_to_app":true,"search_url":"/search","query":"","search_page":false}},"user_menu_props":null,"sidebar_props":{"urls":{"bestsellers":"https://www.scribd.com/bestsellers","home":"https://www.scribd.com/","saved":"/saved","subscribe":"/archive/pmp_checkout?doc=236618917&metadata=%7B%22context%22%3A%22pmp%22%2C%22action%22%3A%22start_trial%22%2C%22logged_in%22%3Afalse%2C%22platform%22%3A%22web%22%7D","top_charts":"/bestsellers","upload":"https://www.scribd.com/upload-document"},"categories":{"book":{"icon":"icon-ic_book","icon_filled":"icon-ic_book_fill","url":"https://www.scribd.com/books","name":"Books","type":"book"},"news":{"icon":"icon-ic_articles","icon_filled":"icon-ic_articles_fill","url":"https://www.scribd.com/news","name":"News","type":"news"},"audiobook":{"icon":"icon-ic_audiobook","icon_filled":"icon-ic_audiobook_fill","url":"https://www.scribd.com/audiobooks","name":"Audiobooks","type":"audiobook"},"magazine":{"icon":"icon-ic_magazine","icon_filled":"icon-ic_magazine_fill","url":"https://www.scribd.com/magazines","name":"Magazines","type":"magazine"},"document":{"icon":"icon-ic_document","icon_filled":"icon-ic_document_fill","url":"https://www.scribd.com/docs","name":"Documents","type":"document"},"sheet_music":{"icon":"icon-ic_songbook","icon_filled":"icon-ic_songbook_fill","url":"https://www.scribd.com/sheetmusic","name":"Sheet Music","type":"sheet_music"},"summary":{"icon":"icon-ic_globalnav_snapshot","icon_filled":"icon-ic_globalnav_snapshot_fill","url":"https://www.scribd.com/snapshots","name":"Snapshots","type":"summary"}},"nav_categories":["mixed","book","audiobook","magazine","document","sheet_music"],"selected_content_type":"mixed","username":"","search_overlay_props":{"search_input_props":{"focused":false,"keep_suggestions_on_blur":false}}}},"recommenders":{"related_titles_recommender":{"ids":[308212855,236618775,294238012,236541508,236618221,236618497,239488191,282766939,263504218,253264900,212863738,244157917,224258670,225916486,238704340,224355300,224369806,224419023,163646054,239588474,202691564,211302755,182553141,224410295,293461549,234028503,224349281,224326250,224426877,273440534,273582508,254039238,182565115,337536061,249309502,224306619,235583696,250006950,224248577,231689346,224285255,224252178,235411767,163580087,224270540,249308781,182546874,163603389,163647832,224266633,182522032,216442529,249308236,163564256,224248520,163579056,182560283,246897514,163652327],"title_link":null,"title":null,"track_opts":{"compilation_id":"J1lQ86wwQg1Oi7YAsjW/An5eX7Y=","module_id":"iGB9hhBIUHr7P+l9bUNAIr1EGlM=","widget_name":"right sidebar","track_id":"flattened_recommender"}},"footer_recommenders":{"recommenders":[{"ids":[239488191,282766939,263504218,253264900,212863738,244157917,224258670,225916486,238704340,224355300,224369806,224419023,163646054,239588474,202691564,211302755,182553141,224410295,293461549,234028503,224349281,224326250,224426877],"title_link":"https://www.scribd.com/lists/17202715/Top-Nonfiction","title":"Top Nonfiction on Scribd","track_opts":{"compilation_id":"J1lQ86wwQg1Oi7YAsjW/An5eX7Y=","module_id":"RCi40MLPE8i+HWDTcYsk1SbEWU4=","widget_name":"document_carousel"}},{"ids":[273440534,273582508,254039238,182565115,337536061,249309502,224306619,235583696,250006950,224248577,231689346,224285255,224252178,235411767,163580087,224270540,249308781,182546874,163603389,163647832,224266633,182522032,216442529,249308236,163564256,224248520,163579056,182560283,246897514,163652327],"title_link":"https://www.scribd.com/lists/17202622/Top-Fiction","title":"Top Fiction on Scribd","track_opts":{"compilation_id":"J1lQ86wwQg1Oi7YAsjW/An5eX7Y=","module_id":"rOBQsFR930wdP7sKeG4aTrRPX7Y=","widget_name":"document_carousel"}},{"ids":[308212855,236618775,294238012,236541508,236618221,236618497],"title_link":null,"title":"More From Rodrigo Pica","track_opts":{"compilation_id":"J1lQ86wwQg1Oi7YAsjW/An5eX7Y=","module_id":"GIHe7kztkHtqc208u6UNOlUI094=","widget_name":"document_carousel"}}]},"seo_new_docs_recommenders":{"recommenders":[]},"documents":{"163564256":{"type":"book","id":163564256,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/163564256/149x198/4d140b8606/1539678559?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/163564256/298x396/3f016be665/1539678559?v=1","title":"Beautiful Ruins: A Novel","short_title":"Beautiful Ruins","author":"Jess Walter","tracking":{"object_type":"document","object_id":163564256,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"6TT8BbbzPNpSIhkaINjAG8ePUd8="},"url":"https://www.scribd.com/book/163564256/Beautiful-Ruins-A-Novel","top_badge":null},"163579056":{"type":"book","id":163579056,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/163579056/149x198/e3ae8b9345/1539684141?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/163579056/298x396/c599e1583f/1539684141?v=1","title":"The Art of Racing in the Rain: A Novel","short_title":"The Art of Racing in the Rain","author":"Garth Stein","tracking":{"object_type":"document","object_id":163579056,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"E6t3CStfc8daXS2l94NPWGaFexQ="},"url":"https://www.scribd.com/book/163579056/The-Art-of-Racing-in-the-Rain-A-Novel","top_badge":null},"163580087":{"type":"book","id":163580087,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/163580087/149x198/df75726300/1539685724?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/163580087/298x396/012861be61/1539685724?v=1","title":"Bel Canto","short_title":"Bel Canto","author":"Ann Patchett","tracking":{"object_type":"document","object_id":163580087,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"TSUl20FxMrgYRuktkcEKxQEi2k8="},"url":"https://www.scribd.com/book/163580087/Bel-Canto","top_badge":null},"163603389":{"type":"book","id":163603389,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/163603389/149x198/7c1ceeb759/1539690193?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/163603389/298x396/2c8c5e4da3/1539690193?v=1","title":"A Prayer for Owen Meany: A Novel","short_title":"A Prayer for Owen Meany","author":"John Irving","tracking":{"object_type":"document","object_id":163603389,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"Dbu7YPzFXm48LUYAmmXZ3n2wZDI="},"url":"https://www.scribd.com/book/163603389/A-Prayer-for-Owen-Meany-A-Novel","top_badge":null},"163646054":{"type":"book","id":163646054,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/163646054/149x198/73d89ab0b4/1539677564?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/163646054/298x396/92feb6c9c7/1539677564?v=1","title":"Devil in the Grove: Thurgood Marshall, the Groveland Boys, and the Dawn of a New America","short_title":"Devil in the Grove","author":"Gilbert King","tracking":{"object_type":"document","object_id":163646054,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"1zXg9Mhlyxtl+0pWSfaGRwKc0vM="},"url":"https://www.scribd.com/book/163646054/Devil-in-the-Grove-Thurgood-Marshall-the-Groveland-Boys-and-the-Dawn-of-a-New-America","top_badge":null},"163647832":{"type":"book","id":163647832,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/163647832/149x198/974fcd39b2/1539676950?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/163647832/298x396/58f221bfa6/1539676950?v=1","title":"The Cider House Rules","short_title":"The Cider House Rules","author":"John Irving","tracking":{"object_type":"document","object_id":163647832,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"rk/SL/MVf3p9Yjq66rVet9T6Gus="},"url":"https://www.scribd.com/book/163647832/The-Cider-House-Rules","top_badge":null},"163652327":{"type":"book","id":163652327,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/163652327/149x198/c58ead6906/1539692257?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/163652327/298x396/2cf0dfa49f/1539692257?v=1","title":"Billy Lynn's Long Halftime Walk: A Novel","short_title":"Billy Lynn's Long Halftime Walk","author":"Ben Fountain","tracking":{"object_type":"document","object_id":163652327,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"BZ/t5X3EQwXoSYceiQdjG25TZLg="},"url":"https://www.scribd.com/book/163652327/Billy-Lynn-s-Long-Halftime-Walk-A-Novel","top_badge":null},"182522032":{"type":"book","id":182522032,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/182522032/149x198/e1b9e42cb5/1539678027?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/182522032/298x396/ddcc62ae69/1539678027?v=1","title":"The Bonfire of the Vanities: A Novel","short_title":"The Bonfire of the Vanities","author":"Tom Wolfe","tracking":{"object_type":"document","object_id":182522032,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"yw4HXRAEeXzD6ifl/TEQc84/n3E="},"url":"https://www.scribd.com/book/182522032/The-Bonfire-of-the-Vanities-A-Novel","top_badge":null},"182546874":{"type":"book","id":182546874,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/182546874/149x198/f82b3526b2/1539685580?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/182546874/298x396/8079e74998/1539685580?v=1","title":"The Love Affairs of Nathaniel P.: A Novel","short_title":"The Love Affairs of Nathaniel P.","author":"Adelle Waldman","tracking":{"object_type":"document","object_id":182546874,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"3v/8m4xay1bwcJa9Mu5zdtVlqhc="},"url":"https://www.scribd.com/book/182546874/The-Love-Affairs-of-Nathaniel-P-A-Novel","top_badge":null},"182553141":{"type":"book","id":182553141,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/182553141/149x198/9d8b4953ee/1539684300?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/182553141/298x396/89521cc859/1539684300?v=1","title":"The World Is Flat 3.0: A Brief History of the Twenty-first Century","short_title":"The World Is Flat 3.0","author":"Thomas L. Friedman","tracking":{"object_type":"document","object_id":182553141,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"Gd4UMDN/sRjqRPzlENMSL++UabU="},"url":"https://www.scribd.com/book/182553141/The-World-Is-Flat-3-0-A-Brief-History-of-the-Twenty-first-Century","top_badge":null},"182560283":{"type":"book","id":182560283,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/182560283/149x198/0601b1931c/1539682299?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/182560283/298x396/f6a21d4103/1539682299?v=1","title":"Wolf Hall: A Novel","short_title":"Wolf Hall","author":"Hilary Mantel","tracking":{"object_type":"document","object_id":182560283,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"47ntRq8xDfiZtf82vToS+OLA3Gg="},"url":"https://www.scribd.com/book/182560283/Wolf-Hall-A-Novel","top_badge":null},"182565115":{"type":"book","id":182565115,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/182565115/149x198/825ad48fb6/1539683319?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/182565115/298x396/e6af4ca8dd/1539683319?v=1","title":"The Silver Linings Playbook: A Novel","short_title":"The Silver Linings Playbook","author":"Matthew Quick","tracking":{"object_type":"document","object_id":182565115,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"M+SATLgkLuH/br25tNuIx1QCPfA="},"url":"https://www.scribd.com/book/182565115/The-Silver-Linings-Playbook-A-Novel","top_badge":null},"202691564":{"type":"book","id":202691564,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/202691564/149x198/de3999cc66/1539687372?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/202691564/298x396/0ba4b4666c/1539687372?v=1","title":"Smart People Should Build Things: How to Restore Our Culture of Achievement, Build a Path for Entrepreneurs, and Create New Jobs in America","short_title":"Smart People Should Build Things","author":"Andrew Yang","tracking":{"object_type":"document","object_id":202691564,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"BqthCdLyWPRH3abqBEN6673xAYI="},"url":"https://www.scribd.com/book/202691564/Smart-People-Should-Build-Things-How-to-Restore-Our-Culture-of-Achievement-Build-a-Path-for-Entrepreneurs-and-Create-New-Jobs-in-America","top_badge":null},"211302755":{"type":"book","id":211302755,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/211302755/149x198/e130bab094/1539688681?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/211302755/298x396/19f10ceb3f/1539688681?v=1","title":"The Hard Thing About Hard Things: Building a Business When There Are No Easy Answers","short_title":"The Hard Thing About Hard Things","author":"Ben Horowitz","tracking":{"object_type":"document","object_id":211302755,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"pNCq783x78jj/b5GBfPOpIcboys="},"url":"https://www.scribd.com/book/211302755/The-Hard-Thing-About-Hard-Things-Building-a-Business-When-There-Are-No-Easy-Answers","top_badge":null},"212863738":{"type":"book","id":212863738,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/212863738/149x198/486257e90d/1539686327?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/212863738/298x396/40684a0550/1539686327?v=1","title":"The Unwinding: An Inner History of the New America","short_title":"The Unwinding","author":"George Packer","tracking":{"object_type":"document","object_id":212863738,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"XmWgXu+99axDXeHorxn7xASd1vs="},"url":"https://www.scribd.com/book/212863738/The-Unwinding-An-Inner-History-of-the-New-America","top_badge":null},"216442529":{"type":"book","id":216442529,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/216442529/149x198/e28b506e87/1539679194?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/216442529/298x396/716aaad647/1539679194?v=1","title":"Lovers at the Chameleon Club, Paris 1932: A Novel","short_title":"Lovers at the Chameleon Club, Paris 1932","author":"Francine Prose","tracking":{"object_type":"document","object_id":216442529,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"dzZBU05U/GMQmHl9jNfFH1WlF4s="},"url":"https://www.scribd.com/book/216442529/Lovers-at-the-Chameleon-Club-Paris-1932-A-Novel","top_badge":null},"224248520":{"type":"book","id":224248520,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/224248520/149x198/0427bca488/1539689492?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224248520/298x396/505053db71/1539689492?v=1","title":"The Kitchen House: A Novel","short_title":"The Kitchen House","author":"Kathleen Grissom","tracking":{"object_type":"document","object_id":224248520,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"R/AsG72qjMQxWy2JMdpKCzNPYuE="},"url":"https://www.scribd.com/book/224248520/The-Kitchen-House-A-Novel","top_badge":null},"224248577":{"type":"book","id":224248577,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/224248577/149x198/97fab15653/1539675005?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224248577/298x396/35883a5fcb/1539675005?v=1","title":"The Rosie Project: A Novel","short_title":"The Rosie Project","author":"Graeme Simsion","tracking":{"object_type":"document","object_id":224248577,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"hVQfupKMCMxUmq78wPXeKASI7d8="},"url":"https://www.scribd.com/book/224248577/The-Rosie-Project-A-Novel","top_badge":null},"224252178":{"type":"book","id":224252178,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224252178/149x198/77a859fdd8/1539680766?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224252178/298x396/dfbec9e04b/1539680766?v=1","title":"Brooklyn: A Novel","short_title":"Brooklyn","author":"Colm Toibin","tracking":{"object_type":"document","object_id":224252178,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"TpAyf03ZF4hkSjFTzgXbg35fJ0Y="},"url":"https://www.scribd.com/book/224252178/Brooklyn-A-Novel","top_badge":null},"224258670":{"type":"book","id":224258670,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224258670/149x198/b2ee6fe90c/1539692711?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/224258670/298x396/eb9e673a3c/1539692711?v=1","title":"The Prize: The Epic Quest for Oil, Money & Power","short_title":"The Prize","author":"Daniel Yergin","tracking":{"object_type":"document","object_id":224258670,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"a+RUwawY/kbtbTxlD7iC1SSyA38="},"url":"https://www.scribd.com/book/224258670/The-Prize-The-Epic-Quest-for-Oil-Money-Power","top_badge":null},"224266633":{"type":"book","id":224266633,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/224266633/149x198/196f9b9902/1539693034?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224266633/298x396/c65dbae83f/1539693034?v=1","title":"The Perks of Being a Wallflower","short_title":"The Perks of Being a Wallflower","author":"Stephen Chbosky","tracking":{"object_type":"document","object_id":224266633,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"OGCjyu5xdYgqJJtHYoMzRFejvgI="},"url":"https://www.scribd.com/book/224266633/The-Perks-of-Being-a-Wallflower","top_badge":null},"224270540":{"type":"book","id":224270540,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/224270540/149x198/246ef7879c/1539692156?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224270540/298x396/b9d115f691/1539692156?v=1","title":"The Master","short_title":"The Master","author":"Colm Toibin","tracking":{"object_type":"document","object_id":224270540,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"A00u5hu+RnaBepk2WKtJY5pAIp8="},"url":"https://www.scribd.com/book/224270540/The-Master","top_badge":null},"224285255":{"type":"book","id":224285255,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224285255/149x198/a61ed79e9b/1539674858?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/224285255/298x396/a6488a57c8/1539674858?v=1","title":"The Flamethrowers: A Novel","short_title":"The Flamethrowers","author":"Rachel Kushner","tracking":{"object_type":"document","object_id":224285255,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"eCR5YPP7+m7RoNrYWKj2In4W8d0="},"url":"https://www.scribd.com/book/224285255/The-Flamethrowers-A-Novel","top_badge":null},"224306619":{"type":"book","id":224306619,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/224306619/149x198/5a300f585d/1539689274?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224306619/298x396/21c3e990fc/1539689274?v=1","title":"The Light Between Oceans: A Novel","short_title":"The Light Between Oceans","author":"M.L. Stedman","tracking":{"object_type":"document","object_id":224306619,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"ghOeXJUao9UWa+0fwH36WXMIJ4I="},"url":"https://www.scribd.com/book/224306619/The-Light-Between-Oceans-A-Novel","top_badge":null},"224326250":{"type":"book","id":224326250,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224326250/149x198/f1e7bf86b3/1539685752?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/224326250/298x396/67d6eee06a/1539685752?v=1","title":"Steve Jobs","short_title":"Steve Jobs","author":"Walter Isaacson","tracking":{"object_type":"document","object_id":224326250,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"GTqEwfX5hVBrzHWsbwNIlS4BjeE="},"url":"https://www.scribd.com/book/224326250/Steve-Jobs","top_badge":null},"224349281":{"type":"book","id":224349281,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/224349281/149x198/c8e6142eca/1539615029?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/224349281/298x396/121ea6d44a/1539615029?v=1","title":"How To Win Friends and Influence People","short_title":"How To Win Friends and Influence People","author":"Dale Carnegie","tracking":{"object_type":"document","object_id":224349281,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"InuxjXEwRi1xad/byhc4e8l7ZJc="},"url":"https://www.scribd.com/book/224349281/How-To-Win-Friends-and-Influence-People","top_badge":null},"224355300":{"type":"book","id":224355300,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/224355300/149x198/e0393734b6/1539682261?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/224355300/298x396/fac4cdb725/1539682261?v=1","title":"Grand Pursuit: The Story of Economic Genius","short_title":"Grand Pursuit","author":"Sylvia Nasar","tracking":{"object_type":"document","object_id":224355300,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"2i3Ds1ITDxOdvIFb0dUnyjuBlIM="},"url":"https://www.scribd.com/book/224355300/Grand-Pursuit-The-Story-of-Economic-Genius","top_badge":null},"224369806":{"type":"book","id":224369806,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224369806/149x198/d2fc5923b8/1539682387?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224369806/298x396/a026add765/1539682387?v=1","title":"The Emperor of All Maladies: A Biography of Cancer","short_title":"The Emperor of All Maladies","author":"Siddhartha Mukherjee","tracking":{"object_type":"document","object_id":224369806,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"bk2+U4cCYuar5phEHo/nE2JUQzw="},"url":"https://www.scribd.com/book/224369806/The-Emperor-of-All-Maladies-A-Biography-of-Cancer","top_badge":null},"224410295":{"type":"book","id":224410295,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224410295/149x198/5f74dd59cd/1539681694?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224410295/298x396/58644b8626/1539681694?v=1","title":"Team of Rivals: The Political Genius of Abraham Lincoln","short_title":"Team of Rivals","author":"Doris Kearns Goodwin","tracking":{"object_type":"document","object_id":224410295,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"0XsvpLyGYFx+KGTi9btM2ISxRLo="},"url":"https://www.scribd.com/book/224410295/Team-of-Rivals-The-Political-Genius-of-Abraham-Lincoln","top_badge":null},"224419023":{"type":"book","id":224419023,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224419023/149x198/7e946216e0/1539681871?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224419023/298x396/08758c4819/1539681871?v=1","title":"John Adams","short_title":"John Adams","author":"David McCullough","tracking":{"object_type":"document","object_id":224419023,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"r2KSGeBl7Jeke6qZCUF/gUTwR6s="},"url":"https://www.scribd.com/book/224419023/John-Adams","top_badge":null},"224426877":{"type":"book","id":224426877,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/224426877/149x198/67b53f7428/1539679227?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/224426877/298x396/61c4862b68/1539679227?v=1","title":"Angela's Ashes: A Memoir","short_title":"Angela's Ashes","author":"Frank McCourt","tracking":{"object_type":"document","object_id":224426877,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"Kqkgog3p/oqZPxwHGsrfs3rRy8A="},"url":"https://www.scribd.com/book/224426877/Angela-s-Ashes-A-Memoir","top_badge":null},"225916486":{"type":"book","id":225916486,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/225916486/149x198/ceefd53ff2/1539684951?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/225916486/298x396/3fda0d41f4/1539684951?v=1","title":"A Heartbreaking Work Of Staggering Genius: A Memoir Based on a True Story","short_title":"A Heartbreaking Work Of Staggering Genius","author":"Dave Eggers","tracking":{"object_type":"document","object_id":225916486,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"AJNV12CQk/g8F/jSMKl8klahBMw="},"url":"https://www.scribd.com/book/225916486/A-Heartbreaking-Work-Of-Staggering-Genius-A-Memoir-Based-on-a-True-Story","top_badge":null},"231689346":{"type":"book","id":231689346,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/231689346/149x198/8820ffce2e/1539675254?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/231689346/298x396/8022aee462/1539675254?v=1","title":"The Blazing World: A Novel","short_title":"The Blazing World","author":"Siri Hustvedt","tracking":{"object_type":"document","object_id":231689346,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"4lKU1WJo61rjP1LktvYhT5aMp4Q="},"url":"https://www.scribd.com/book/231689346/The-Blazing-World-A-Novel","top_badge":null},"234028503":{"type":"book","id":234028503,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/234028503/149x198/600d1fe3f9/1539687394?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/234028503/298x396/1455400f40/1539687394?v=1","title":"Bad Feminist: Essays","short_title":"Bad Feminist","author":"Roxane Gay","tracking":{"object_type":"document","object_id":234028503,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"hwUcXfZpoV+EX6PXz9Ggqz7UWWE="},"url":"https://www.scribd.com/book/234028503/Bad-Feminist-Essays","top_badge":null},"235411767":{"type":"book","id":235411767,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/235411767/149x198/ce356815f8/1539681541?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/235411767/298x396/a289a2fc2a/1539681541?v=1","title":"A Man Called Ove: A Novel","short_title":"A Man Called Ove","author":"Fredrik Backman","tracking":{"object_type":"document","object_id":235411767,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"GEcpon7CZDalMSZ5uk9+1Jsvtuc="},"url":"https://www.scribd.com/book/235411767/A-Man-Called-Ove-A-Novel","top_badge":null},"235583696":{"type":"book","id":235583696,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/235583696/149x198/29700e772d/1539688611?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/235583696/298x396/46800f01c6/1539688611?v=1","title":"We Are Not Ourselves: A Novel","short_title":"We Are Not Ourselves","author":"Matthew Thomas","tracking":{"object_type":"document","object_id":235583696,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"T/Cyq+ll8WunJ3jPrrDlFqLDeAw="},"url":"https://www.scribd.com/book/235583696/We-Are-Not-Ourselves-A-Novel","top_badge":null},"236541508":{"type":"document","id":236541508,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/document/236541508/149x198/b73c1f8e71/1407807924?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/document/236541508/298x396/4f13a7592d/1407807924?v=1","title":"Conv 169 en La Jurisprud Contesse_Lovera","short_title":"Conv 169 en La Jurisprud Contesse_Lovera","author":"Rodrigo Pica","tracking":{"object_type":"document","object_id":236541508,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"tc6j/LbGLAQIyHS1Lk178cQP8Wc="},"url":"https://www.scribd.com/document/236541508/Conv-169-en-La-Jurisprud-Contesse-Lovera","top_badge":null},"236618221":{"type":"document","id":236618221,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/document/236618221/149x198/ebe3ca07f9/1407860071?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/document/236618221/298x396/726fe3760b/1407860071?v=1","title":"Thomas Gordon - Mossad La Historia Secreta","short_title":"Thomas Gordon - Mossad La Historia Secreta","author":"Rodrigo Pica","tracking":{"object_type":"document","object_id":236618221,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"HGTTlV83Do4oYOqKiYlDOnxk/98="},"url":"https://www.scribd.com/doc/236618221/Thomas-Gordon-Mossad-La-Historia-Secreta","top_badge":null},"236618497":{"type":"document","id":236618497,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/document/236618497/149x198/bd4cd40372/1407860239?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/document/236618497/298x396/d3530cbcbe/1407860239?v=1","title":"Libronegro de La Justicia","short_title":"Libronegro de La Justicia","author":"Rodrigo Pica","tracking":{"object_type":"document","object_id":236618497,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"+tJE9oXftV/5tHtlpNgyeVI9Xro="},"url":"https://www.scribd.com/doc/236618497/Libronegro-de-La-Justicia","top_badge":null},"236618775":{"type":"document","id":236618775,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/document/236618775/149x198/d0c7f9b362/1407860392?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/document/236618775/298x396/2c1071d020/1407860392?v=1","title":"Krasnoff Esp","short_title":"Krasnoff Esp","author":"Rodrigo Pica","tracking":{"object_type":"document","object_id":236618775,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"4K49xbCR5coo5t3LovDw9Qdk6l8="},"url":"https://www.scribd.com/doc/236618775/Krasnoff-Esp","top_badge":null},"238704340":{"type":"book","id":238704340,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/238704340/149x198/58ed32b584/1539684007?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/238704340/298x396/d84f33deab/1539684007?v=1","title":"This Changes Everything: Capitalism vs. The Climate","short_title":"This Changes Everything","author":"Naomi Klein","tracking":{"object_type":"document","object_id":238704340,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"s1ghKfPiU2EGSINiXEouE0gKVrQ="},"url":"https://www.scribd.com/book/238704340/This-Changes-Everything-Capitalism-vs-The-Climate","top_badge":null},"239488191":{"type":"book","id":239488191,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/239488191/149x198/7381d3ba45/1539678483?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/239488191/298x396/891d3f4926/1539678483?v=1","title":"The Innovators: How a Group of Hackers, Geniuses, and Geeks Created the Digital Revolution","short_title":"The Innovators","author":"Walter Isaacson","tracking":{"object_type":"document","object_id":239488191,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"7llcbSE03UoYcr8kv3Ry8H1RvH4="},"url":"https://www.scribd.com/book/239488191/The-Innovators-How-a-Group-of-Hackers-Geniuses-and-Geeks-Created-the-Digital-Revolution","top_badge":null},"239588474":{"type":"book","id":239588474,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/239588474/149x198/8a4150948e/1539689194?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/239588474/298x396/644cc7285e/1539689194?v=1","title":"Rise of ISIS: A Threat We Can't Ignore","short_title":"Rise of ISIS","author":"Jay Sekulow","tracking":{"object_type":"document","object_id":239588474,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"XO8nFKD1L/o+GNYsr1RZqctZ6dc="},"url":"https://www.scribd.com/book/239588474/Rise-of-ISIS-A-Threat-We-Can-t-Ignore","top_badge":null},"244157917":{"type":"book","id":244157917,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/244157917/149x198/ce51d31665/1539679391?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/244157917/298x396/d0cbd421a3/1539679391?v=1","title":"Yes Please","short_title":"Yes Please","author":"Amy Poehler","tracking":{"object_type":"document","object_id":244157917,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"oBf93jFpUqIkMxoCoj/0b4VU9uk="},"url":"https://www.scribd.com/book/244157917/Yes-Please","top_badge":null},"246897514":{"type":"book","id":246897514,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/246897514/149x198/9d722fcc90/1539690643?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/246897514/298x396/2244bff6fc/1539690643?v=1","title":"The Wallcreeper","short_title":"The Wallcreeper","author":"Nell Zink","tracking":{"object_type":"document","object_id":246897514,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"uEn82vukDcQuqTPm46Ivd3lqgE0="},"url":"https://www.scribd.com/book/246897514/The-Wallcreeper","top_badge":null},"249308236":{"type":"book","id":249308236,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/249308236/149x198/345de5ca38/1539679441?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/249308236/298x396/4e9d2e54be/1539679441?v=1","title":"Interpreter of Maladies","short_title":"Interpreter of Maladies","author":"Jhumpa Lahiri","tracking":{"object_type":"document","object_id":249308236,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"i+PI2MO3Nb1l0x4qaaDMbXR1eH0="},"url":"https://www.scribd.com/book/249308236/Interpreter-of-Maladies","top_badge":null},"249308781":{"type":"book","id":249308781,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/249308781/149x198/44cce4d99a/1539687035?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/249308781/298x396/3fb7c9a745/1539687035?v=1","title":"Life of Pi","short_title":"Life of Pi","author":"Yann Martel","tracking":{"object_type":"document","object_id":249308781,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"FOQxH+YSQxYlSeDzEHOfBD5SaYw="},"url":"https://www.scribd.com/book/249308781/Life-of-Pi","top_badge":null},"249309502":{"type":"book","id":249309502,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/249309502/149x198/a536db5ae1/1539679970?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/249309502/298x396/aa0185412b/1539679970?v=1","title":"Extremely Loud and Incredibly Close: A Novel","short_title":"Extremely Loud and Incredibly Close","author":"Jonathan Safran Foer","tracking":{"object_type":"document","object_id":249309502,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"uNdroUphK7E/oPWNfbJEA54SyjM="},"url":"https://www.scribd.com/book/249309502/Extremely-Loud-and-Incredibly-Close-A-Novel","top_badge":null},"250006950":{"type":"book","id":250006950,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/250006950/149x198/dfc24938b6/1539680026?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/250006950/298x396/a7ea4fedc0/1539680026?v=1","title":"The First Bad Man: A Novel","short_title":"The First Bad Man","author":"Miranda July","tracking":{"object_type":"document","object_id":250006950,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"M0Ajr0lcPRXzdG2s0EMWWXa6/hg="},"url":"https://www.scribd.com/book/250006950/The-First-Bad-Man-A-Novel","top_badge":null},"253264900":{"type":"book","id":253264900,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/253264900/149x198/5948645a35/1539689043?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/253264900/298x396/912824fccd/1539689043?v=1","title":"Sapiens: A Brief History of Humankind","short_title":"Sapiens","author":"Yuval Noah Harari","tracking":{"object_type":"document","object_id":253264900,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"LWAPSkMGWYHvvcDClPb7wDUnL2w="},"url":"https://www.scribd.com/book/253264900/Sapiens-A-Brief-History-of-Humankind","top_badge":null},"254039238":{"type":"book","id":254039238,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/254039238/149x198/278d17c7f4/1539684824?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/254039238/298x396/8e93835fcc/1539684824?v=1","title":"Leaving Berlin: A Novel","short_title":"Leaving Berlin","author":"Joseph Kanon","tracking":{"object_type":"document","object_id":254039238,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"DWL6lcaLv9Lc8i6YZ6QGRKg/ysA="},"url":"https://www.scribd.com/book/254039238/Leaving-Berlin-A-Novel","top_badge":null},"263504218":{"type":"book","id":263504218,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/263504218/149x198/5791495c90/1539687041?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/263504218/298x396/ca05b40921/1539687041?v=1","title":"Elon Musk: Tesla, SpaceX, and the Quest for a Fantastic Future","short_title":"Elon Musk","author":"Ashlee Vance","tracking":{"object_type":"document","object_id":263504218,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"Y6MKjO666Ki7jS4JiOnN3moUJ9s="},"url":"https://www.scribd.com/book/263504218/Elon-Musk-Tesla-SpaceX-and-the-Quest-for-a-Fantastic-Future","top_badge":null},"273440534":{"type":"book","id":273440534,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/273440534/149x198/d972c41ea4/1539686497?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/273440534/298x396/79bdc35da6/1539686497?v=1","title":"The Incarnations: A Novel","short_title":"The Incarnations","author":"Susan Barker","tracking":{"object_type":"document","object_id":273440534,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"aotQrptbSdntBKd4SKcrOJUE85I="},"url":"https://www.scribd.com/book/273440534/The-Incarnations-A-Novel","top_badge":null},"273582508":{"type":"book","id":273582508,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/273582508/149x198/1af6c958cc/1539683142?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/273582508/298x396/6f8ad65faa/1539683142?v=1","title":"You Too Can Have a Body Like Mine: A Novel","short_title":"You Too Can Have a Body Like Mine","author":"Alexandra Kleeman","tracking":{"object_type":"document","object_id":273582508,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"eeBIdTqGZxzsu3zvXLJlGGPCwU8="},"url":"https://www.scribd.com/book/273582508/You-Too-Can-Have-a-Body-Like-Mine-A-Novel","top_badge":null},"282766939":{"type":"book","id":282766939,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/282766939/149x198/0fd38dc477/1539686765?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/282766939/298x396/ce234488d0/1539686765?v=1","title":"Dispatches from Pluto: Lost and Found in the Mississippi Delta","short_title":"Dispatches from Pluto","author":"Richard Grant","tracking":{"object_type":"document","object_id":282766939,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"VYDTlu/0/dDzbU3ftcsB1732qr8="},"url":"https://www.scribd.com/book/282766939/Dispatches-from-Pluto-Lost-and-Found-in-the-Mississippi-Delta","top_badge":null},"293461549":{"type":"book","id":293461549,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/293461549/149x198/133f5a7fcd/1539682716?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/word_document/293461549/298x396/077cb2a3ef/1539682716?v=1","title":"The New Confessions of an Economic Hit Man","short_title":"The New Confessions of an Economic Hit Man","author":"John Perkins","tracking":{"object_type":"document","object_id":293461549,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"Y4Pwnjf5kdaBFCk7sgeRs/Sjx9Q="},"url":"https://www.scribd.com/book/293461549/The-New-Confessions-of-an-Economic-Hit-Man","top_badge":null},"294238012":{"type":"document","id":294238012,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/document/294238012/149x198/8faf2a4a45/1451419294?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/document/294238012/298x396/6421ff465f/1451419294?v=1","title":"Fallo Hotel Concon Diario Const","short_title":"Fallo Hotel Concon Diario Const","author":"Rodrigo Pica","tracking":{"object_type":"document","object_id":294238012,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"SEgyqukVPo+AXeuvX5FRXzULoUM="},"url":"https://www.scribd.com/document/294238012/Fallo-Hotel-Concon-Diario-Const","top_badge":null},"308212855":{"type":"document","id":308212855,"thumb_url":"https://imgv2-2-f.scribdassets.com/img/document/308212855/149x198/eb34985645/1460484205?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/document/308212855/298x396/62b1a73e3f/1460484205?v=1","title":"Estatuto Tipo Organizaciones Funcionales","short_title":"Estatuto Tipo Organizaciones Funcionales","author":"Rodrigo Pica","tracking":{"object_type":"document","object_id":308212855,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"DEX0U4wnuy+sWgNLtxFC2GlFJ6w="},"url":"https://www.scribd.com/document/308212855/Estatuto-Tipo-Organizaciones-Funcionales","top_badge":null},"337536061":{"type":"book","id":337536061,"thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/337536061/149x198/e0fabe3d5f/1539690274?v=1","retina_thumb_url":"https://imgv2-1-f.scribdassets.com/img/word_document/337536061/298x396/9e5f6dd316/1539690274?v=1","title":"The Sympathizer: A Novel (Pulitzer Prize for Fiction)","short_title":"The Sympathizer","author":"Viet Thanh Nguyen","tracking":{"object_type":"document","object_id":337536061,"track":"flattened_recommender","doc_uuid":"sh9Q0T2g8CBW7nPbjsV742hxWsc="},"url":"https://www.scribd.com/book/337536061/The-Sympathizer-A-Novel-Pulitzer-Prize-for-Fiction","top_badge":null}}},"seo_roadblock_props_path":"/doc-page/seo-roadblock-props/236618917","signup_context":null,"toolbar":{"search_path":"/search-4gen?allowed_pages=1%2C2%2C3%2C4%2C13%2C14%2C15%2C16%2C113%2C114%2C115%2C116%2C138%2C139%2C140%2C141%2C151%2C152%2C153%2C154&auth_token=FEISW4t96%2B0wmo85NfjXZIqMsfE%3D&authenticity_token=5i9vk0pCGz2nG1oUx%2F%2B69U4t0Pe9VpLoIrrJjLq%2BhmrmND9SKFO1T5ERXSg3lZXwJpuABS8kMyJkdQJ3F38Q8A%3D%3D&expires=1540298960&wordDocumentId=236618917&wordUploadId=241053203"},"renewal_nag_props":null}-->