El terrorismo en Arequipa

febrero 19 | Posted by webadmin2000 | Locales
Líderes de Sendero Luminoso fueron arequipeños
Actos terroristas en la Ciudad Blanca no fueron similares a los del resto del país, pero sí
se registraron incursiones armadas en las provincias de Condesuyos, La Unión y Caravelí,
donde asesinaron a algunas autoridades (alcaldes y regidores). En el Informe de la
Comisión de la Verdad y Reconciliación, se reportan 37 víctimas (muertos y/o torturados)
de acciones terroristas ocurridas entre 1980 y 1995. Sin embargo, a pesar de ser la
segunda ciudad del país, en Arequipa, Sendero Luminoso no tuvo tanta influencia como en
el resto del Perú.
El Partido Comunista del Perú, conocido como Sendero Luminoso (PCP-SL), fue una
organización subversiva y terrorista, que en mayo de 1980 desencadenó un conflicto
armado contra el Estado y la sociedad peruana. Lamentablemente tuvo sus orígenes en
Arequipa.
Manuel Rubén Abimael Guzmán Reynoso (Arequipa, 3 de diciembre de 1934) también
conocido como ―Presidente Gonzalo‖, fue el líder del PCP-SL.
Guzmán fue capturado el 12 de setiembre de 1992 y sentenciado por un tribunal militar a
cadena perpetua. Dicha sentencia fue anulada en 2003 por el Tribunal Constitucional. En la
actualidad, Guzmán y otros miembros del alto mando de SL se encuentran recluidos en la
Base Naval de la Marina de Guerra del Perú del Callao, en donde se llevó a cabo un nuevo
juicio contra ellos y concluyó con la condena de Abimael Guzmán a cadena perpetua.
SENDERO LUMINOSO EN AREQUIPA
Siendo Arequipa la segunda ciudad en importancia del país, durante los años que SL
sembró terror en el país, la Ciudad Blanca fue una de las pocas que no registró acciones tan
violentas. No hubo atentados ni coches bombas y tampoco asesinatos en masa ¿Por qué?
Aquí algunas razones.
El sociólogo Jorge Bedregal La Vera, refiere que en Arequipa se registraron casos aislados
de acciones terroristas, sobre todo en provincias como Condesuyos (Chuquibamba) y
Cotahuasi (La Unión) y Caravelí, donde asesinaron a algunas autoridades locales (alcaldes
y regidores) y pobladores.
En la Ciudad Blanca hubo algunos intentos de atemorizar a comités vecinales de Hunter,
Miguel Grau (Paucarpata), el asesinato de un efectivo militar en el centro de la ciudad
(sería por venganza) y uno que otro caso de menor importancia, pero no se registraron
incursiones violentas ni coches bomba.
Bedregal La Vera refiere que para los integrantes de SL Arequipa era un lugar de descanso,
de aprovisionamiento de alimentos, dinero, medicinas, de capacitación y recuperación de
heridas, donde no fuesen perseguidos, es decir, fue una ciudad estratégica, pues contaba
con aeropuerto, vías de comunicación, que se unía con Lima, Juliaca, Puno, Cusco, Tacna y
con todos los servicios de comunicación.
LÍDERES DE AREQUIPA
Jorge Bedregal señala que una de las razones por las cuales surgieron líderes de SL en
Arequipa, fue por la naturaleza de ser considerada una ciudad de clase media, de donde
salen dirigentes, líderes y no los dirigidos, ―Son los que mandan y no se dejan mandar‖,
dice.
―Somos una ciudad media, no es costa ni es sierra del todo. Arequipa en ese tiempo no era
una ciudad industrial a pesar que siempre quiso serlo. Los arequipeños eran de clase media,
habían grandes hacendados, pero sus haciendas no estaban en Arequipa, sino en Puno o
Cusco‖, afirma.
Además, el sociólogo refiere que Arequipa tenía en ese tiempo una universidad de cierto
prestigio (Universidad Nacional de San Agustín), donde se educaban profesionales de
Derecho y Medicina, por lo que no se dejaron dominar por ideologías como SL.
CASOS DE TERRORISMO EN AREQUIPA
La Comisión de la Verdad y Reconciliación (CVR), ha constatado que a lo largo de ese
conflicto, el grupo terrorista más violento de la historia de la República, el PCP-SL,
cometió gravísimos crímenes que constituyen delitos de lesa humanidad y fue responsable
del 54% de víctimas fatales reportadas. En base a los cálculos realizados, la CVR estima
que la cifra total de víctimas fatales provocadas por el PCP-SL asciende a 31 mil 331
personas.
La CVR registró en Arequipa 37 víctimas entre muertos y/o torturados por SL y fuerzas
policiales o militares entre 1980 y 1995. Algunos hechos con asesinatos a cargo del
terrorismo ocurrieron en provincias como Condesuyos (Chuquibamba), La Unión
(Cotahuasi) y Caravelí (Chala, Atico, Huanuhuanu, Chaparra).
Abel Barrientos Ramos fue asesinado el 8 de enero de 1990 en Huanuhuanu (Caravelí),
donde iba a asumir la alcaldía. Él fue una de las cinco personas que los senderistas mataron
en el pueblo. El 30 de diciembre de 1990 los terroristas también ingresaron a Acarí. Allí
mataron a su alcalde, Raúl Cárcamo Granda.
En 1990 en el distrito de Chuquibamba, miembros de SL asesinaron al alcalde de La Unión,
Mario Ramírez Cahuana, y al regidor Mario Mota, cuando se encontraban regresando de la
ciudad de Arequipa.
Un caso que llama la atención fue el que involucra a Félix José Arce Apaza, quien en 1981
fue detenido en Chivay (Caylloma) por integrantes de las Fuerzas Policiales, siendo
sindicado como dirigente del PCP – SL y trasladado a la Comisaría donde fue torturado.
Fue puesto en libertad a fines de octubre de 1985.
El informe de la CVR señala que nuevamente fue detenido en 1988, cuando laboraba en la
Unsa y liberado luego de tres años. Sin embargo, señala que el 25 de octubre de 1989 y
luego trasladado al Penal de Socabaya, donde fue juzgado y sentenciado por jueces sin
rostro a 20 años de pena privativa de la libertad. En 1994 fue trasladado al Penal de
Yanamayo. Actualmente se encuentra cumpliendo pena en el Penal Castro Castro.
En este último caso, no concuerdan las fechas, porque la CVR señala que fue detenido en
1988 y liberado en 1991, pero otro reporte cuenta que fue detenido en 1989 y que purga
condena.
ABIMAEL FUE BUEN ALUMNO
Manuel Zevallos Vera fue docente de Abimael Guzmán Reynoso en el Instituto Académico
de Filosofía de la Unsa, e incluso fue uno de sus jurados en la sustentación de su tesis sobre
una crítica al concepto del espacio del filósofo alemán Immanuel Kant.
A decir de Zevallos Vera, el líder de SL fue un alumno tranquilo, cortés y no se veía como
un líder ni político. Como estudiante fue distinguido, con notas que oscilaban entre 14 y 17
puntos. ―Fui además docente de sus hermanos: Edgar Guzmán Jorquera y Arcenio Guzmán
Jorquera. De los tres destacó más Edgar‖, refirió.
Sus tesis se titularon: ―El Estado democrático burgués‖ (bachillerato) y ―Acerca de la teoría
del espacio de Kant‖ (doctorado). Los jurados de su tesis de filosofía fueron Manuel
Zevallos Vera, Gustavo Quintanilla Paulet, Ántero Peralta, Walter Garaycochea, y Enrique
Azálgara Ballón.
DATO
Fuentes de la Universidad Nacional de San Agustín informaron que las universidades
fueron focos del terrorismo, pero en la Unsa no tuvieron la influencia requerida. No
utilizaron las aulas para promover su ideología y tuvieron una participación pacífica,
aunque los miembros de Patria Roja tomaron posesión del comedor. En ese entonces el
rector era Juan Manuel Guillén Benavides. Se conoció que el mentor intelectual de Abimael
Guzmán fue el filósofo y docente arequipeño José Miguel Rodríguez Rivas.
Víctimas identificadas entre 1980 y 1995, según la CVR en la región Arequipa: unos
murieron y otros desaparecieron
Alarcón —, Consuelo. Caso 1010546
Alvarado Castillo, Teodoro Lorenzo. Caso 1011305
Ancca Soto, Alfredo. Caso 1011334
Arce Apaza, Félix José. Casos 1012461, 1012864 y 1012866
Arce Castro, José María. Caso 1012462
Ascueta —, Grimaldo. Caso 1010752
Azpilcueta —, Grimaldo. Caso 1009238
Barrientos Ramos, Abel. Caso 1009602
Caballero Pantisonco, Eloy. Caso 1009602
Cahuantico Cahuantico, Mario Jesús. Casos 1014692 y 1014693
Callata Guevara, Elmo Miguel. Caso 1015112
Chávez Montalvo, Jesús Galo. Caso 1012872
Choy —, José. Caso 1009602
Coarubis —, Isabel. Caso 1012461
Concha Velarde, Jesús. Caso 1003408
Fernández —, Miguel. Caso 1011335
Guerrero Campos, Gulber. Caso 1011697
Gutiérrez Mogollón, Nancy. Caso 1012450
Jove Hurtado, Fernando Michael. Caso 1011328
Limaco Huayascachi, Moisés. Caso 1010563
Limazca Toribio, Cirilo Eustaquio. Caso 1013329
Montaño —, Edgard. Caso 1012450
Montaño Zapana, Edgard. Caso 1009603
Montoya Azpilcueta, Juan Javier. Casos 1009238 y 1009239
Mota —, Mario. Caso 1010545
Neyra Barrientos, Nieves. Caso 1009602
Ponce de León, Justiniano. Caso 1010752
Quispe Chunga, Juan René. Caso 1005469
Quispe Chunga, Yonel Joaquín. Caso 1005469
Ramírez Cahuana, Mario. Caso 1010545
Ramírez Mayhuire, Juana Elisa. Caso 1005634
Rodríguez Delgado, Julio Dionicio. Caso 1012450
Sardón Rubín de Celis, Paul. Caso 1009604
Soto Cruz, Daniel. Caso 1007421
Talavera Paredes, Luis Miguel Andrés. Caso 1009602
Tueros —, Ángel. Caso 1008973
Vargas —, Augusto. Caso 1010541