You are on page 1of 806

Contenido

Colaboradoresxxiii
Acercadeloseditores xxv
Prólogo xxvii
Sección1. DiseñodesistemasporFrederick S.Merritt 1.1
1.1 Normas generales para el desempeño de la profesión de ingeniero civil / 1.1
1.2 Sistemas / 1.2
1.3 Análisis de sistemas / 1.3
1.4 Metas, objetivos y criterios / 1.4
1.5 Restriccionesy normas / 1.4
1.6 Costos de construcción / 1.5
1.7 Modelos / 1.5
1.8 Optimización / 1.6
1.9 Procedimiento para el diseño de sistemas / 1.8
1.10 Ingeniería económica / 1.11
1.11 Comparaciones económicas de sistemas alternativos /1.15
1.12 Administración de riesgo / 1.17
Sección2. Administración deltrabajodediseñoporFrankMuller 2.1
2.1 ¿Endónde se emplean los ingenieros civiles? /2.1
2.2 Formas de organización de ingenieros asesores / 2.3
2.3 Clientes de los servicios de ingeniería / 2.5
2.4 Alcancede los servicios de ingeniería / 2.6
2.5 Selecciónde asesores / 2.8
2.6 Contratos y honorarios por servicios de diseño / 2.9
2.7 Administración del diseño de un proyecto / 2.11
2.8 Métodos y normas de proyecto /2.12
2.9 Control de calidad del proyecto / 2.13
2.10 Programación del diseño / 2.13
2.11 Control de producción / 2.14
2.12 Organización interna de una empresa de diseño / 2.14
2.13 Asociacionesprofesionales / 2.19
Sección 3. Especificaciones porTedE.Robbins 3.1
3.1 Composición de especificaciones / 3.1
3.2 Documentos de contrato y procedimientos para contratar / 3.2
3.3 Tipos de contratos / 3.4
3.4 Especificacionesestándar / 3.6
3.5 Especificacionesmaestras / 3.6
3.6 Disposiciones generales de las especificaciones / 3.7
3.7 Especificacionestécnicas / 3.12
3.8 Publicacionesy adjudicaciones de contratos / 3.16
3.9 Redacciónde las especificaciones:estilo y forma / 3.18
3.10 Procesamiento automatizado de palabras de especificaciones / 3.22
V
vi . Contenido
3.11 Ejemplo de una especificación estándar y su modificación mediante
una disposición especial / 3.22
3.12 Ejemplo de una especificación técnica completa / 3.24
3.13 Cualidades de los ingenieros que elaboran especificaciones / 3.29
Sección 4. Administración deconstruccionesporJonathanT.Ricketts
4.1 Labores de una administración de construcciones / 4.2
4.2 Organización de las firmas de la construcción / 4.3
4.3 Naturaleza e importancia de una propuesta / 4.9
4.4 Contratos principales / 4.9
4.5 Subcontratos / 4.10
4.6 Investigaciones y observaciones en el sitio antes de licitación / 4.12
4.7 Estimación de costos de construcción / 4.12
4.8 Teneduría de libros y contabilidad / 4.17
4.9 Programación de un proyecto / 4.19
4.10 Papel del gerente de proyecto / 4.25
4.11 Papel del superintendente de campo / 4.27
4.12 Órdenes de compra / 4.27
4.13 Seguridad en el trabajo / 4.28
4.14 Órdenes de cambio / 4.28
4.15 Reclamaciones y litigios / 4.29
4.16 Seguros / 4.29
4.17 Fianzas / 4.33
Sección5. Materialesparaconstrucción porL.ReedBrantley y RuthT.Brantley
Materiales cementos os
5.1 Tipos de materiales cementosos / 5.1
5.2 Cementos portland / 5.2
5.3 Otros tipos de cementos hidráulicos / 5.4
5.4 Morteros y lechadas / 5.9
5.5 Tipos de concreto / 5.11
5.6 Concretos de cemento portland / 5.12
5.7 Refuerzo de fibras para concreto / 5.23
5.8 Concreto de polúneros / 5.24
5.9 Concreto bituminoso y otros compuestos de asfalto / 5.24
5.10 Referencias sobre materiales cementosos / 5.25
Materiales metálicos
5.11 Deformación de los metales / 5.26
5.12 Mecanismos para reforzar los metales / 5.27
5.13 Aceros estructurales / 5.29
5.14 Láminas y perfiles de acero para aplicaciones estructurales / 5.44
5.15 Cable de acero para aplicaciones estructurales / 5.45
5.16 Aleaciones de aluminio / 5.46
5.17 Aleaciones de base de cobre / 5.49
5.18 Compuestos metálicos de alta calidad / 5.51
5.19 Referencias de metales / 5.52
Unidades de albañileria y losetas
5.20 Unidades de hormigón para mampostería / 5.52
5.21 Ladrillos de arcilla o pizarra / 5.53
4.1
5.1
Contenido. vii
5.22 Losetas de arcilla estructural / 5.53
5.23 Losetas de cerámica / 5.53
5.24 Terracotaestructural / 5.55
5.25 Albañilería de piedra / 5.55
Materiales orgánicos
5.26 Madera / 5.58
5.27 Plásticos / 5.61
5.28 Elastómeros o hules sintéticos / 5.66
5.29 Materiales geosintéticos / 5.67
5.30 Referenciade materiales orgánicos / 5.69
Sellosdejuntas
5.31 Compuestos de calafateo / 5.70
5.32 Selladores / 5.70
5.33 Juntas de empaque / 5.71
5.34 Referenciasde sellos de junta / 5.71
Pinturas y otros recubrimientos
5.35 Pinturas / 5.71
5.36 Acabados comerciales / 5.72
5.37 Recubrimientos industriales / 5.72
5.38 Secadores, adelgazadores y pigmentos para pinturas / 5.73
5.39 Referenciasde pinturas y recubrimientos / 5.74
Materialescompuestos
5.40 TIposde materiales compuestos / 5.74
5.41 Sistemas matriciales / 5.75
5.42 Sistemas emparedados / 5.75
5.43 Materiales compuestos de filamento continuo / 5.75
5.44 Laminados de alta presión / 5.76
5.45 Caucho laminado / 5.77
5.46 Referenciasde materiales compuestos / 5.77
In8uencias ambientales
5.47 Efectostérmicos / 5.77
5.48 Corrosión y oxidación / 5.78
5.49 Control de degradación y prevención / 5.79
5.50 Irradiación / 5.81
5.51 Referenciasde influencias ambientales / 5.82
Sección 6. Teoríaestructural porFrederick S.Merritt
6.1 Integridad estructural / 6.1
6.1
Equilibrio
6.2 TIposde cargas / 6.2
6.3 Equilibrioestático / 6.3
Esfuerzoy deformación
6.4 Esfuerzo y deformación unitaria / 6.4
6.5 Relacionesesfuerzo-deformación / 6.4
x . Contenido
6.82 Impacto y cargas repentinas / 6.107
6.83 Análisis dinámico de estructuras simples / 6.109
6.84 Resonancia y amortiguamiento / 6.112
6.85 Diseño aproximado por carga dinámica / 6.115
Sección7. IngenieríageotécnicaporMohamadH.Husseiny Frederick S.Merritt
7.1 Lecciones derivadas de litigios y fallas en la construcción / 7.2
7.2 Clasificación de suelos y rocas / 7.2
7.3 Propiedades físicas de suelos / 7.9
7.4 Parámetros índice de suelos / 7.9
7.5 Proyección de propiedades de suelos / 7.10
7.6 Investigación del sitio / 7.16
7.7 Condiciones peligrosas del sitio y las cimentaciones / 7.20
Cimentaciones poco profundas
7.8 Tipos de zapatas / 7.23
7.9 Enfoque al análisis de cimentaciones / 7.24
7.10 Análisis de estabilidad de las cimentaciones / 7.26
7.11 Distribución de esfuerzo bajo zapatas / 7.30
7.12 Análisis de asentamientos en suelos cohesivos / 7.30
7.13 Análisis de asentamientos de arena / 7.33
7.1
Cimentacionesprofundas
7.14 Aplicaciones de pilotes / 7.36
7.15 Tipos de pilotes / 7.36
7.16 Equipo para hincar pilotes / 7.40
7.17 Conceptos de diseño de pilotes / 7.44
7.18 Análisis estático y prueba de pilotes / 7.48
7.19 Prueba y análisis dinámicos de pilotes / 7.58
7.20 Notas de especificaciónde pilotes / 7.67
7.21 Fustes colados / 7.68
Métodos de retención para excavación
7.22 Cajones / 7.75
7.23 Diques y bordos de tierra / 7.79
7.24 Diques temporales para excavación / 7.79
7.25 Solidificación de suelos / 7.85
7.26 Presiones laterales activas en muros de retención / 7.87
7.27 Presión lateral pasiva en muros de retención y anclas / 7.94
7.28 Presión vertical del suelo en tuberías / 7.97
7.29 Métodos para drenar las excavaciones / 7.99
Recalzado
7.30 Procedimientos de recalce /7.103
7.31 Puntales / 7.104
7.32 Agujas y horquillas / 7.105
7.33 Recalzado con pozos / 7.106
7.34 Recalzado con pilotes / 7.106
7.35 Métodos diversos de recalzado / 7.108
Mejoramiento de los suelos
7.36 Estabilización mecánica de los suelos / 7.109
Contenido. xi
7.37 Estabilización ténnica de suelos / 7.113
7.38 Estabilización química de suelos / 7.113
7.39 Materiales geosintéticos / 7.114
Seccion 8. Diseñoy construcción con concreto porCharlesH. Thomton,
l. Paul Lewy Aine M. Brazil
8.1 Propiedades importantes del concreto / 8.1
8.2 Concreto ligero / 8.5
8.3 Concreto pesado / 8.6
8.1
Fabricacióndel concretoestructural
8.4 Establecimientode la proporción y mezcla del concreto / 8.6
8.5 Colocacióndel concreto / 8.10
8.6 Acabado de superficies de concreto irregulares / 8.11
8.7 Cimbras para el concreto / 8.12
8.8 Curado del concreto / 8.13
8.9 Colado del concreto en climas fríos / 8.15
8.10 Preparación del concreto en climas cálidos / 8.17
8.11 Juntas para contraccióny dilatación / 8.18
8.12 Refuerzos del acero en el concreto / 8.19
8.13 Tendones / 8.25
8.14 Fabricaciónde miembros de concreto presforzado / 8.27
8.15 Concreto precolado / 8.31
8.16 Construcción de losas precoladas de izar / 8.32
Diseñode miembros de concretoa Dexión
8.17 Teoríade la resistencia última para vigas de concreto reforzado / 8.33
8.18 Teoríade esfuerzos de trabajo para vigas de concreto reforzado / 8.36
8.19 Cálculos y criterios para la deflexión para vigas de concreto / 8.37
8.20 Diseñode resistencia última de vigas rectangulares
con refuerzo solamente para tensión / 8.38
8.21 Diseñopor esfuerzo de trabajo para vigas rectangulares sólo
con refuerzo para tensión / 8.44
8.22 Cortes y puntos de doblez de varillas / 8.46
8.23 Losas armadas en una dirección / 8.46
8.24 Vigasrectangulares con varillas para compresión:
diseño por resistencia última / 8.47
8.25 Vigasrectangulares con varillas para compresión:
diseño por esfuerzo de trabajo / 8.48
8.26 Diseño por resistencia última de vigas 1y T / 8.50
8.27 Diseñopor esfuerzo de trabajo de vigas 1y T / 8.50
8.28 Torsiónen elementos de concreto armado / 8.52
8.29 Losas de dos direcciones / 8.53
8.30 Cartelas y ménsulas / 8.60
Miembrosa compresiónde concreto
8.31 Refuerzo de columnas / 8.62
8.32 Efectosde la esbeltez de las columnas / 8.63
8.33 Diseño de columnas por resistencia última / 8.66
8.34 Diseño de columnas por esfuerzo de trabajo / 8.69
8.35 Muros / 8.69
8.36 Columnas compuestas / 8.71
xii .Contenido
Concreto presforzado
8.37 Principios básicos del concreto presforzado / 8.71
8.38 Pérdidas en el presforzado / 8.72
8.39 Esfuerzos permisibles en el concreto presforzado / 8.74
8.40 Diseño de vigas de concreto presforzado / 8.75
Muros de retención
8.41 Muros de gravedad de concreto / 8.81
8.42 Muros de contención en voladizo / 8.83
8.43 Muros de retención de contrafuerte / 8.85
Zapatas
8.44 Tipos de zapatas / 8.86
8.45 Transferenciade esfuerzos de las columnas a las zapatas / 8.87
8.46 Zapatas para muros / 8.88
8.47 Zapatas ampliadas para una sola columna / 8.89
8.48 Zapatas combinadas / 8.91
8.49 Zapatas ligadas o en voladizo / 8.92
8.50 Zapatas sobre pilotes / 8.93
Marcos y cascarones
8.51 Análisis estructural de marcos y cascarones / 8.93
8.52 Marcos rígidos de concreto / 8.95
8.53 Arcos de concreto / 8.100
8.54 Placas plegadas de concreto / 8.100
8.55 Cascarones de concreto / 8.104
Sección9. Diseñoyconstrucción conaceroestructural porRoger L.Brockenbrough 9.1
9.1 Propiedades de los aceros estructurales / 9.1
9.2 Resumen de aceros estructurales disponibles / 9.2
9.3 Perfilesde acero estructural / 9.8
9.4 Selecciónde aceros estructurales / 9.8
9.5 Toleranciaspara las formas estructurales / 9.9
9.6 Especificacionesde diseño para el acero estructural / 9.9
9.7 Métodos de diseño para acero estructural / 9.11
9.8 Límites dimensionales para los miembros de acero / 9.12
9.9 Tracciónpermisible en el acero / 9.13
9.10 Esfuerzocortante permisible en el acero / 9.15
9.11 Compresión permisible en el acero / 9.18
9.12 Esfuerzos y cargas permisibles en flexión / 9.20
9.13 Trabesarmadas / 9.25
9.14 Limitacionespor la deflexión / 9.31
9.15 Consideraciones por encharcamiento en edificios / 9.32
9.16 Esfuerzos y cargas permisibles de apoyo / 9.32
9.17 Esfuerzos combinados de tensión o compresión axial y de flexión / 9.34
9.18 Almas bajo cargas concentradas / 9.35
9.19 Diseño de atiesadores bajo cargas / 9.36
9.20 Diseño de vigas por torsión / 9.37
9.21 Esfuerzos de viento y sísmicos / 9.38
9.22 Resistenciaa la fatiga de las componentes estructurales / 9.38
9.23 Transferenciade carga y esfuerzos en soldaduras / 9.39
9.24 Esfuerzos para pernos / 9.40
xii . Contenido
Concreto presforzado
8.37 Principios básicos del concreto presforzado / 8.71
8.38 Pérdidas en el presforzado / 8.72
8.39 Esfuerzos permisibles en el concreto presforzado / 8.74
8.40 Diseño de vigas de concreto presforzado / 8.75
Muros de retención
8.41 Muros de gravedad de concreto / 8.81
8.42 Muros de contención en voladizo / 8.83
8.43 Muros de retención de contrafuerte / 8.85
Zapatas
8.44 TIposde zapatas / 8.86
8.45 Transferenciade esfuerzos de las columnas a las zapatas / 8.87
8.46 Zapatas para muros / 8.88
8.47 Zapatas ampliadas para una sola columna / 8.89
8.48 Zapatas combinadas / 8.91
8.49 Zapatas ligadas o en voladizo / 8.92
8.50 Zapatas sobre pilotes / 8.93
Marcos y cascarones
8.51 Análisis estructural de marcos y cascarones / 8.93
8.52 Marcos rígidos de concreto / 8.95
8.53 Arcos de concreto / 8.100
8.54 Placas plegadas de concreto / 8.100
8.55 Cascarones de concreto / 8.104
Sección 9. Diseñoy construcción con acero estructural porRogerL.Brockenbrough 9.1
9.1 Propiedades de los aceros estructurales / 9.1
9.2 Resumen de aceros estructurales disponibles / 9.2
9.3 Perfilesde aceroestructural / 9.8
9.4 Selecciónde aceros estructurales / 9.8
9.5 Toleranciaspara las formas estructurales / 9.9
9.6 Especificacionesde diseño para el acero estructural / 9.9
9.7 Métodos de diseño para acero estructural / 9.11
9.8 Límites dimensionales para los miembros de acero / 9.12
9.9 Tracciónpermisible en el acero / 9.13
9.10 Esfuerzocortante permisible en el acero / 9.15
9.11 Compresión permisible en el acero / 9.18
9.12 Esfuerzos y cargas permisibles en flexión / 9.20
9.13 Trabesarmadas / 9.25
9.14 Limitacionespor la deflexión / 9.31
9.15 Consideraciones por encharcamiento en edificios / 9.32
9.16 Esfuerzos y cargas permisibles de apoyo / 9.32
9.17 Esfuerzos combinados de tensión o compresión axial y de flexión / 9.34
9.18 Almas bajo cargas concentradas / 9.35
9.19 Diseño de atiesadores bajo cargas / 9.36
9.20 Diseño de vigas por torsión / 9.37
9.21 Esfuerzos de viento y sísmicos / 9.38
9.22 Resistenciaa la fatiga de las componentes estructurales / 9.38
9.23 Transferenciade carga y esfuerzos en soldaduras / 9.39
9.24 Esfuerzos para pernos / 9.40
Contenido. xiii
9~
9~

9~
9~
9~
9~
9~
9~
~M
9~
9~
Construcción compuesta / 9.43
Arriostramiento / 9.49
Elementos mecánicos para sujeción / 9.52
Conexiones soldádas / 9.53
Combinación de sujetadores / 9.54
Empalmes de columnas / 9.54
Empalmes para vigas / 9.54
Montaje del icero estructural / 9.56
Espacios libres y tolerancia para montaje de vigas / 9.59
Protección del acero contra fuego / 9.62
Proteccióndel acero contra la corrosión / 9.65
Empalmes con pernos en aceros estructurales sin aislar / 9.66
Sección10. Diseñoy construcciónconaceroconformadoen frío porDonS. Wolford 10.1
10.1 Fabricación de perfiles conformados en frío / 10.1
10.2 Aceros para perfiles conformados en frío / 10.2
10.3 Tipos de perfiles conformados en frío / 10.2
lOA Principios de diseño para secciones conformadas en frío / 10.3
10.5 Comportamiento estructural de elementos planos a compresión / 10.3
10.6 Elementos no reforzados sujetos a pandeo local / 10.6
10.7 Elementos reforzados sujetos a pandeo local / 10.7
10.8 Relaciones máximas entre ancho a espesor para elementos
conformados en frío / 10.10
10.9 Esfuerzos unitarios para acero conformado en frío /10.10
10.10 Vigas conformadas en frío no soportadas lateralmente /10.10
10.11 Carga permisible de corte en almas /10.11
10.12 Elementos de compresión concéntricamente cargados / 10.11
10.13 Esfuerzos de flexión y axiales combinados / 10.13
10.14 Soldadura de acero conformado en frío /10.13
10.15 Soldadura de arco para acero conformado en frío / 10.13
10.16 Soldadura por resistencia en acero conformado en frío / 10.17
10.17 Atornillado de elementos de acero conformados en frío / 10.19
10.18 Pijas para la unión de elementos de calibre ligero / 10.23
Cubiertas para techo y pisos de acero
10.19
10.20
10.21
10.22
10.23
Tipos de cubiertas para techos de acero / 10.24
Capacidad de carga de las cubiertas para techos de acero / 10.24
Detalles y accesorios para techos de acero / 10.26
Cubiertas compuestas para pisos / 10.26
Piso celular de acero y paneles para techos / 10.27
Vigas de acero de alma abierta
10.24 Fabricación de vigas / 10.30
10.25 Diseño de pisos con vigas de alma abierta / 10.32
10.26 Detalles de construcción para vigas de acero de alma abierta / 10.32
Construcciones de acero prediseñadas y prefabricadas
10.27 Características de construcciones de acero prediseñadas / 10.32
10.28 Diseño estructural de edificios prediseñados / 10.33
Diseño estructural de tubos de acero acanalados
10.29 Tubo de acero acanalado / 10.34
xiv . Contenido
10.30 Tubos de placa estructural / 10.35
10.31 Diseño de alcantarillas / 10.36
10.32
10.33
10.34
10.35
Otros tipos de construcciones ligeras de acero
Pisos de acero de peso ligero para puentes / 10.39
Guardarriel tipo viga / 10.40
Pared de retención tipo caja / 10.40
Láminas de retención de acero ligero / 10.42
Sección11. Diseñoyconstrucción conmaderaporMauriceJ. Rhude 11.1
11.1 Características básicas de uso / 11.2
11.2 Valores de diseño para madera aserrada y madera para construcción / 11.8
11.3 Clasificación estructural de la madera / 11.10
11.4 Factores de ajuste para valores de diseño /11.10
11.5 Soporte lateral de armazones de madera / 11.18
11.6 Fabricación de elementos estructurales de madera de construcción /11.19
11.7 Fabricación de piezas laminadas encoladas / 11.21
11.8 Montajes de madera / 11.23
11.9 Recomendaciones de diseño / 11.25
11.10 Elementos en tensión de madera / 11.28
11.11 Columnas de madera / 11.29
11.12 Diseño de piezas de madera en flexión / 11.30
11.13 Deflexión y contra flecha de vigas de madera / 11.34
11.14 Sustentación en elementos de madera / 11.35
11.15 Esfuerzos co~binados en elementos de madera / 11.36
11.16 Características de elementos mecánicos de unión / 11.37
11.17 Valores de diseño y factores de ajuste para herrajes de sujeción / 11.44
11.18 Uniones encoladas / 11.49
11.19 Detalles de armadura estructural de madera / 11.50
11.20 Diseño de armazones de madera / 11.52
11.21 Diseño de arcos de madera / 11.56
11.22 Cubiertas de madera de construcción / 11.57
11.23 Construcciones con postes redondos / 11.59
11.24 Paneles estructurales de madera / 11.60
11.25 Tratamientos para preservar la madera / 11.65
Sección 12. Topografía porRoyMinnick 12.1
12.1 Tiposde levantamientos/ 12.1
12.2 Fuentes y organizaciones de levantamientos / 12.2
12.3 Unidades de medición / 12.2
12.4 Teoríade los errores / 12.3
12.5 Cifras significativas / 12.4
12.6 Medición de distancias / 12.4
12.7 Nivelación / 12.6
12.8 Control vertical / 12.9
12.9 Brújulamagnética / 12.9
12.10 Rumbos yazimuts / 12.10
12.11 Control horizontal / 12.11
12.12 Estadia"/ 12.13
12.13 Levantamientos conplancheta / 12.16
12.14 Trabajosde levantamiento topográficos / 12.18
12.15 Posicionamientocon SatéliteDoppler / 12.18
Contenido. xv
12.16
12.17
12.18
12.19
Sistema de posicionamiento global (GPS) / 12.19
Levantamientos inerciales / 12.20
Fotogrametría / 12.21
Bibliografía / 12.25
Sección13. Movimiento detierrasporCharles H.SainyG.WilliamQuinby
13.1 TIposde excavación /13.1
13.2 Equipo básico para excavaciones / 13.2
13.3 Seleccióndel equipo básico / 13.3
13.4 Equipo general para excavacióny compactación / 13.4
13.5 Palas mecánicas, cucharas de arrastre, cucharones de almeja
y retroexcavadoras / 13.6
13.6 Cargadores frontales / 13.10
13.7 Tractoresy accesoriospara tractores / 13.11
13.8 Niveladoras / 13.12
13.9 Fórmulas para movimiento de tierras / 13.15
13.10 Producción con niveladoras / 13.16
13.11 Producción del bulldozer/ 13.18
13.12 Tracción/13.19
13.13 Estimación del tiempo de cicloy eficienciadel trabajo / 13.20
13.14 Diagrama de masas / 13.21
13.15 Perforación para excavaciónen roca / 13.23
13.16 Explosivospara excavaciónen roca / 13.24
13.17 Voladuras para excavaciónen roca / 13.26
13.18 Control de la vibración en voladuras / 13.32
13.19 Compactación / 13.36
13.20 Dragado / 13.39
13.21 Bibliografíade movimiento / 13.41
13.1
Sección 14. Planeación local y regional por WilliamN.Lane
14.1
Planteamiento básico y organización de la planeación
14.1 Necesidad y justificación de la planeación / 14.1
14.2 Niveles de planeación: a nivel vecindario, comunitario y regional / 14.2
14.3 Estructura y organización de las agencias de planeación / 14.3
14.4 Planteamiento básico y metodología en la planeación / 14.4
14.5 Información pública y participación ciudadana / 14.6
14.6 Proyecciones y pronósticos / 14.8
Recursos y calidad del ambiente
14.7
14.8
14.9
14.10
14.11
14.12
14.13
Suelos, geología y características del suelo / 14.11
Recursos hidráulicos y abastecimiento /14.13
Desagüe e inundaciones / 14.14
Calidad del agua y eliminación de desechos /14.16
Calidad del aire / 14.19
Recreaciónal aire libre y espacios abiertos / 14.19
Diseño y estética urbanos /14.21
Planeación de usos de suelo
14.14 Uso de suelo para vivienda y residencial / 14.24
14.15 Terrenos para áreas comerciales / 14.26
14.16 Industria / 14.29
xvi . Contenido
14.17 Instituciones e instalaciones locales / 14.30
14.18
14.19
14.20
Sistemas de servicios públicos y de transporte
Planeación del área de servicios / 14.32
Planeación de sistemas de servicios públicos / 14.34
Planeación de los sistemas de transporte /14.36
Herramientas y técnicas de implantación
14.21
14.22
14.23
14.24
14.25
Planes integrales y funcionales / 14.40
Reglamentos de fraccionamientoy subdivisión / 14.41
Programas de obra y financiamiento / 14.44
Otros instrumentos de implementación / 14.45
Bibliografía/ 14.45
Sección 15. Ingeniería de edificación porFrederick S.Merritt
15.1
15.1
15.2
15.3
15.4
15.5
15.6
15.7
15.8
15.9
15.10
15.11
15.12
15.13
15.14
15.15
15.16
15.17
15.18
15.19
15.20
15.21
15.22
15.23
15.24
15.25
15.26
15.27
15.28
15.29
15.30
15.31
15.32
15.33
15.34
15.35
Influenciade la planificación en el diseño de edificios / 15.1
Códigos de construcción / 15.2
Proteccióncontra incendio en edificios / 15.2
Cargas de diseño para edificios / 15.5
Cargas factorizadas / 15.16
Medida modular / 15.17
Sistemas estructurales / 15.17
Arriostramiento para fuerzas laterales / 15.22
Método del portal / 15.26
Método de viga voladiza / 15.26
Cubierta para pisos / 15.27
Muros de mampostería / 15.28
Bloques de vidrio / 15.32
Muros de cortinas / 15.32
Muros divisorios /15.35
Ventanas / 15.35
Vidriado / 15.38
Puertas / 15.41
Cubiertas para techos /15.48
Tapajuntas / 15.50
Impermeabilización / 15.51
Escaleras / 15.55
Escaleraseléctricas / 15.57
Elevadores / 15.58
Flujode calor y aislamiento térmico / 15.61
Prevención de condensación / 15.62
Calefacción / 15.63
Acondicionamiento de aire / 15.67
Ventilación/ 15.72
Energía eléctricapara edificios / 15.73
Iluminación eléctricapara edificios / 15.75
Instalaciones sanitarias / 15.80
Sistemas de rociadores contra incendio / 15.83
Tuberías para agua caliente y fría en edificios / 15.84
Acústica / 15.87
Contenido . xvii
Sección16. Ingenieríadecaminos por DemetriosE. Tonias
16.1 Clases de caminos / 16.1
16.1
16.2
16.3
16.4
16.5
16.6
16.7
16.8
16.9
16.10
16.11
16.12
Elementos de las secciones transversales de los caminos
Carriles de circulación / 16.4
Pendientes transversales de las carreteras / 16.5
Tipos de superficies de las carreteras / 16.5
Acotamientos / 16.6
Guarniciones / 16.8
Aceras / 16.9
Barreras para el tráfico / 16.10
Franja central de las carreteras / 16.14
Orilla de la carretera / 16.16
Derecho de vía / 16.18
Superelevación / 16.18
Alineaciones de carreteras
16.13 Alineación horizontal / 16.20
16.14 Alineación vertical / 16.23
Drenaje de la carretera
16.15 Frecuenciade tormentas yescurrimiento / 16.27
16.16 Drenaje superficial / 16.27
16.17 Drenaje subsuperficial / 16.30
16.18
16.19
16.20
16.21
16.22
16.23
16.24
Superficies de los caminos
Superficiesno tratadas de caminos / 16.31
Superficies estabilizadas de caminos / 16.33
Superficies de caminos y capas base de macadam / 16.34
Tratamientos superficiales / 16.35
Pavimentos flexibles / 16.36
Pavimentos flexiblesalternativos / 16.45
Pavimentos rígidos / 16.47
Intersecciones e intercambios de carreteras
16.25 Intersecciones a nivel / 16.51
16.26 Intercambios de caminos / 16.55
Control del tráfico y provisiones de seguridad
16.27 Dispositivos para control del tráfico / 16.64
16.28 Sistemas de caminos para vehículos inteligentes / 16.66
16.29 Alumbrado de carreteras / 16.67
Mantenimiento y rehabilitación de los caminos
16.30 Mantenimiento de los pavimentos de asfalto / 16.69
16.31 Mantenimiento de l~s pavimentos de concreto de cemento portland / 16.70
16.32 Sistemas de administración del pavimento (PMS) / 16.71
xviii . Contenido
Sección17. IngenieríadepuentesporJamesE.RobertsyStevenL.Mellon
Consideraciones generales de diseño
17.1 Tipos de puentes / 17.1
17.2 Especificaciones de diseño / 17.1
17.3 Cargas de diseño para puentes / 17.2
17.4 Dimensionamiento de miembros y secciones de puentes / 17.10
Puentes de acero
17.5
17.6
17.7
17.8
17.9
17.10
17.11
17.12
17.13
17.14
17.15
17.16
17.17
17.18
Sistemas empleados para puentes de acero / 17.10
Calidad y esfuerzo permitidos para acero para puentes / 17.10
Conexiones de acero en puentes / 17.15
Apoyos de puentes / 17.16
Puentes de viga roladas /17.16
Puentes de trabes armadas / 17.17
Puentes de trabe compuesta / 17.21
Diseño por fatiga de los miembros del puente /17.22
Puentes de piso ortotrópico /17.23
Puentes de armadura / 17.29
Puentes colgantes / 17.32
Puentes atirantados / 17.38
Puentes de arco de acero / 17.46
Trabes de acero horizontalmente curvas / 17.48
Puentes de concreto
17.19
17.20
17.21
17.22
17.23
Puentes de losa / 17.53
Puentes con vigas T de concreto / 17.56
Puentes de trabes de caja / 17.60
Puentes de concreto preesforzados / 17.63
Estribos y pilares de puentes / 17.66
Sección18. IngenieríadeaeropuertosporRichardHarding
18.1
18.2
18.3
18.4
18.5
Funciones de elementos de aeropuertos / 18.1
Clases de aeropuertos / 18.2
Normas nacionales de aeropuertos / 18.2
Planeación de aeropuertos / 18.3
Criterios de obstrucciones y libramientos
para aproximaciones de aeropuertos / 18.7
Seleccióndel lugar para un aeropuerto /18.10
Diseño de pistas de aterrizaje y despegue /18.14
Sistemas de pistas de rodaje / 18.21
Plataformas de estacionamiento para aeronaves / 18.21
Zonas de estacionamiento de automóviles / 18.22
Nivelación y drenaje de un aeropuerto / 18.23
Pavimentos en aeropuerto / 18.26
Superficiessin pavimentar en aeropuertos / 18.32
Estabilizacióndel suelo / 18.33
Edificiosde una terminal aérea / 18.33
Caminos de acceso / 18.37
Hangares / 18.38
Edificiosde carga y servicio / 18.39
Alumbrado de un aeropuerto / 18.39
18.6
18.7
18.8
18.9
18.10
18.11
18.12
18.13
18.14
18.15
18.16
18.17
18.18
18.19
17.1
18.1
Contenido. xix
18.20
18.21
18.22
18.23
18.24
18.25
Fuente de energía eléctrica del aeropuerto / 18.42
Señalización de un aeropuerto / 18.43
Sistemas de combustible /18.43
Control de tráfico aéreo / 18.44
Helipuertos / 18.46
Puertos STOL / 18.51
Sección 19. Ingenieríade ferrocarriles porDonaldL.McCammon 19.1
19.1 Glosario / 19.1
19.2 Sistemas de transporte por vías férreas /19.8
19.3 Análisis de costo-beneficio de sistemas de transporte / 19.16
19.4 Selección de ruta / 19.17
19.5 Colocación de vías / 19.20
19.6 Ubicación y características de las estaciones / 19.22
19.7 Terminales de pasajeros / 19.25
19.8 Terminales de carga / 19.26
19.9 Curvas horizontales / 19.28
19.10 Curvas verticales / 19.32
19.11 Construcción de vías / 19.33
19.12 Rieles y sus accesorios / 19.37
19.13 Cambiavía s y cruces / 19.42
19.14 Alcantarillas, viaductos y puentes / 19.48
19.15 Carros y locomotoras para carga y pasajeros / 19.48
19.16 Requisitos de corriente eléctrica para trenes / 19.54
19.17 Control de trenes / 19.57
19.18 Comunicaciones en la operación del tren / 19.60
19.19 Conservación de vías / 19.60
Sección20. Ingeniería detúnelesporJohnO.Bickel 20.1
20.1 Glosario / 20.1
20.2 Gálibos para túneles / 20.2
20.3 Alineación y pendientes para túneles / 20.4
20.4 Pavimentos y equipos para túneles de carretera / 20.6
20.5 Investigaciones preliminares / 20.6
20.6 Ventilaciónen túneles / 20.7
20.7 Vigilanciay control de túneles / 20.18
20.8 Alumbrado del túnel / 20.19
20.9 Drenaje del túnel / 20.20
20.10 Túneles para agua / 20.21
20.11 Túneles para alcantarillado y drenaje / 20.22
20.12 Túneles de corte y relleno / 20.22
20.13 Construcción de túneles en terreno rocoso / 20.24
20.14 Túneles en materiales firmes / 20.29
20.15 Excavaciónde túneles por el método de escudo al aire libre / 20.31
20.16 Excavaciónde túneles en aire comprimido / 20.34
20.17 Revestimientode túneles / 20.38
20.18 Diseñode los revestimientos de túneles / 20.41
20.19 Excavaciónde túneles a máquina / 20.42
20.20 Túneles de tubo inmerso / 20.43
20.21 Pozos / 20.47
xx . Contenido
Sección 21. Ingenieríade recursos hidráulicos porM.KentLoftin
21.1 Dimensiones y w1idades / 21.1
Mecánica de Buidos
21.2 Propiedades de los fluidos / 21.3
21.3 Presión de un fluido / 21.6
21.4 Cuerpos sumergidos y flotantes / 21.10
21.5 Manómetros / 21.11
21.6 Fundamentos de flujo de fluidos / 21.14
21.7 Representación, mediante modelos, de recursos hidráulicos / 21.18
Flujo en tuberías
21.1
nB
n9
n~
n~
21.12
21.13
Flujolaminar / 21.22
Flujoturbulento / 21.23
Pérdidas menores en las tuberías / 21.26
Orificios / 21.29
Sifones / 21.34
Golpe de ariete / 21.35
Esfuerzos en tuberías
Esfuerzos perpendiculares al ejelongitudinal / 21.38
Esfuerzos paralelos al ejelongitudinal / 21.39
Expansión por temperatura del tubo / 21.39
Fuerzas ocasionadas por codos en tuberías / 21.39
Alcantarillas
21.18 Alcantarillas conpendiente crítica o mayor / 21.41
21.19 Alcantarillas conpendientes menores que la crítica / 21.42
21.20 Pérdidas de entrada en alcantarillas / 21.44
21.14
21.15
21.16
21.17
n~
n~
nE
n~
n~
n~
nn
n~
nE
n~
n~
n~
n~
nM
n~
n~
Flujoen canalesabiertos
Elementos básicos de los canales abiertos / 21.45
TIrantenormal de flujo / 21.46
TIrantecríticode flujode canal abierto / 21.47
Ecuaciónde Manning para flujoen canales abiertos / 21.49
Perfil de la superficie libre del agua para flujogradualmente variado / 21.50
Cálculo de curvas de remanso / 21.53
Salto hidráulico / 21.56
Flujoen la entrada a un canal con pendiente fuerte / 21.61
Flujoen la entrada a un canal con pendiente suave / 21.62
Secciónde canal de máxima eficiencia/ 21.63
Flujosubcríticoalrededor de curvas en canales / 21.64
Flujosupercrítico alrededor de curvas en canales / 21.65
Transiciones en canales abiertos / 21.66
Vertedores / 21.67
Transferenciay acumulación de sedimentos en canales / 21.75
Control de la erosión / 21.79
Hidrologia
21.37 Precipitación / 21.79
21.38 Evaporación y transpiración / 21.80
Contenido. xxi
Escurrimiento / 21.81
Fuentes de datos hidrológicos / 21.82
Métodos para determinar el escurrimiento / 21.83
Agua subterránea / 21.88
Abastecimientode agua
21.43 Consumo de agua / 21.91
21.44 Fuentes de abastecimiento de agua / 21.92
21.45 Normas de calidad para el agua / 21.94
21.39
21.40
21.41
21.42
21.46
21.47
21.48
21.49
21.50
21.51
Tratamiento del agua
Sedimentación simple y almacenamiento / 21.99
Procesos de filtración / 21.103
Suavización del agua / 21.106
Desinfección con cloro / 21.107
Estabilidad del carbonato / 21.107
Tratamientos diversos / 21.108
n~
n~
n~
n~
n~
n~
n~
n~
nm
nM
Recolección,almacenamientoy distribuciónde agua
Embalses / 21.108
Pozos / 21.111
Tubería para distribución de agua / 21.113
Corrosión en sistemas de distribución de agua / 21.118
Bombas centrífugas / 21.119
Bombas para pozos / 21.121
Válvulas / 21.123
Hidrantes para incendios / 21.124
Medidores / 21.125
Tarifas del agua / 21.127
21.62
21.63
21.64
21.65
Plantas hidroeléctricasy represas
Generación de energía hidroeléctrica / 21.128
Represas / 21.130
Turbinas hidráulicas / 21.133
Métodos para el control de flujos de embalses / 21.135
22.1
Sección 22. Ingeniería ambiental por Dan L. Glasgow
22.1 Prevención de la contaminación ambiental / 22.1
22.2 Fuentes principales de la contaminación del agua / 22.3
22.3 Tipos de alcantarillas / 22.4
22.4 Estimación del flujode aguas de desecho / 22.5
22.5 Diseñode alcantarillas / 22.7
22.6 Coladeras pluviales / 22.14
22.7 Registrosde inspección / 22.15
22.8 Descargas de alcantarillas / 22.17
22.9 Sifones invertidos / 22.18
22.10 Reguladores del flujoen alcantarillas / 22.19
22.11 Métodos de construcción de alcantarillas / 22.20
22.12 Estacionesde bombeo de aguas de desecho / 22.21
22.13 Bombaspara aguas de desecho / 22.23
22.14 Características de las aguas de desecho domésticas / 22.23
22.15 Tratamiento y eliminación de aguas de desecho / 22.27
xxii . Contenido
22.16
22.17
22.18
22.19
22.20
22.21
22.22
22.23
22.24
22.25
22.26
22.27
22.28
22.29
22.30
22.31
22.32
22.33
22.34
22.35
Pretratamiento de aguas de desecho / 22.31
Sedimentación / 22.32
Filtración de aguas de desecho / 22.35
Proceso de Iodos activados / 22.40
Estabilización por contacto / 22.43
Tratamiento y disposición del lodo / 22.44
Tanques Irnhoff / 22.52
Fosas sépticas / 22.53
Pozos negros y pozos de absorción / 22.57
Retretes químicos / 22.58
Fosas sépticas de oxidación / 22.58
Biodiscos o contactores biológicos giratorios / 22.59
Biofiltros activados / 22.60
Desinfección / 22.60
Tratamiento avanzado para aguas de desecho / 22.62
Tratamiento de desechos industriales / 22.63
Rellenos sanitarios / 22.66
Incineración de la basura y desechos peligrosos / 22.68
Control de la contaminación del aire / 22.71
Declaraciones sobre impacto ambiental / 22.74
Sección 23. Ingenieríade costas y puertos porSeottL. Douglass
23.1 Nivel de riesgo en los proyectos costeros / 23.1
Hidráulica y sedimentos costeros
23.2 Características de las olas / 23.2
23.3 Niveles de diseño del agua de las costas / 23.8
23.4 Características de los sedimentos de las costas / 23.10
23.5 Corrientes cercanas al litoral y transporte de la arena /23.10
23.6
23.7
23.8
23.9
23.10
23.11
23.12
23.13
23.14
Ingeniería de puertos y de dársenas para embarcaciones pequeñas
TIpos de puertos establecidos y puertos / 23.11
Disposición de un puerto / 23.12
Levantamientos hidrográficos y topográficos / 23.17
Características de los barcos / 23.19
TIpos de estructuras de amarre para los barcos / 23.20
Diseño de muelles y anexos para el amarre de barcos / 23.21
Disposición y diseño de las dársenas para embarcaciones menores / 23.38
Nutrición de las playas / 23.41
Programas de monitoreo para proyectos de ingeniería costera / 23.45
Estructuras costeras
23.15 Efectosde las estructuras costeras sobre las playas / 23.45
23.16 Diseñode muros ribereños y de diques de mar / 23.46
23.17 Uso de modelos físicosy numéricos en el diseño / 23.48
Apéndice. FactoresdecQnversiónal sistemamétrico
deunidades(SI) porFrederiek S.Merritt
índice (enseguida del apéndice)
23.1
A.1
1.1
1
FrederickS. Merritt
Consulting Engineer
West PalmBeach, Florida
Diseño de sistemas
L
a ingeniería civil es la rama de la inge-
niería que se ocupa de la planeación,
diseño y construcción de proyectos
para el control del ambiente, desarrollo
de recursos naturales, servicios de transporte, túne-
les, edificios, puentes y otras estructuras, con el fin
de satisfacer las necesidades de la sociedad. A las
personas capacitadas por su instrucción y experien-
cia, y quienes reúnen los requisitos que requiere el
ejerciciode la profesión de ingeniería civil, se les
llama ingenieros civiles.
1.1 Normas generales para el
desempeño de la profesión
de ingeniero civil
Como profesionistas, los ingenieros civiles deben
ajustarse a los siguientes cánones al desempeñar sus
labores:
1. Mantener comoprincipio supremo la seguridad,
la salud y el bienestar públicos. (Esto también
implica el compromiso de preservar los energé-
ticos y atender al mejoramiento del ambiente
para el incremento de la calidad de vida.)
2. Comportarse con todo patrón o cliente como
administrador leal, evitando conflictos de inte-
reses.
3. Aplicar al máximo sus conocimientos y expe-
riencia en todo proyecto.
4. Ejecutarsus serviciossólo en áreas de su compe-
tencia;en otras disciplinas, los ingenierospodrán
contratar o establecer convenios de colaboración
con personal calificado, consultores o socios com-
petentes en dichas áreas.
Por consiguiente, los proyectos de ingeniería ci-
vil se deben planear, diseñar y construir satisfacien-
do los siguientes criterios:
1. Servir a los propósitos que especificó el dueño o
cliente.
2. Construirse mediante técnicas conocidas, utili-
zando mano de obra y equipo disponible, dentro
de un plazo aceptable para el dueño o cliente.
3. Que sean resistentes a las cargas y al uso al que
se someterán durante un periodo razonable.
4. Cuando se termine el proyecto deberá ser el
óptimo, el más bajo en costos para conseguir los
objetivos que se desean, o el mejor en relación
con el dinero invertido, tal como lo solicitó el
dueño o cliente. Pero si el proye<;to es ejecutado
adecuadamente, el costo de construcción no
debe exceder el presupuesto del cliente y su
operación, mantenimiento y reparación deberán
limitarse a un costo razonable.
5. Los proyectos deben diseñarse y construirse con
base en los requisitos legales pertinentes, confor-
me a las normas de ingeniería aceptadas regular-
mente, evitando poner en peligro la salud y
seguridad de los trabajadores de la construcción,
operadores del proyecto y público en general.
6. Los proyectos no deben afectar negativamente
el ambiente o bienestar de las comunidades ale-
dañas.
7. Los proyectos, si se ejecutan correctamente, de-
ben ser frugales en su consumo de energía.
8. En la medida de lo posible, los proyectos deben
ser agradables a la vista.
1.1
1.2 . Secciónuno
El objetivo último del diseño es suministrar
en forma precisa, breve y de fácil comprensión, el
material informativo necesario para realizar el pro-
yecto. Por tradición los diseñadores proveen esta
información en dibujos o planos que muestran lo
que va a construirse, y en las especificaciones se
describen los materiales y equipo que se incorpora-
rán al proyecto. Por lo general, los diseñadores
también preparan, con asesoría legal, un contrato
de construcción entre el cliente y el contratista ge-
neral o dos o más contratistas principales. Además
observan o inspeccionan la construcción del proyec-
to. Esto debe hacerse no sólo con el fin de ayudar al
cliente a garantizar que el proyecto se construya de
acuerdo con los planos y especificaciones señala-
das, sino también para obtener información útil en
el diseño de proyectos futuros (Sec. 1.9). El procedi-
miento requiere:.
1.2 Sistemas
El diseño de sistemas de un proyecto comprende
una serie de pasos racionales y ordenados que,
dadas determinadas condiciones, conducen a to-
mar la mejor decisión (Secc. 1.9). El procedimiento
requiere:
Análisis del proyecto como un sistema
Síntesis o selección de los componentes para formar
un sistema que satisfaga objetivos específicos
Evaluar el comportamiento del sistema, al compa-
rado con otras alternativas
Retroalimentación para el análisis y síntesis de la
información recabada en la evaluación del sistema,
con objeto de mejorar el diseño
La principal ventaja del método es que a través
de comparaciones de alternativas y retroalimenta-
ción de datos al proceso de diseño, el diseño de
sistemas converge en uno óptimo, o en el mejor,
para las condiciones dadas. Otra ventaja es que el
procedimiento permite al diseñador poner en claro
las necesidades del proyecto que diseña. Además,
proporciona una base común de entendimiento y
promueve la cooperación entre los especialistas en
varios aspectos del diseño del proyecto.
Para que el proyecto sea tratado como un siste-
ma, tal como lo requiere un diseño de sistemas, es
necesario saber qué es un sistema y cuáles son sus
características básicas:
Un sistema es un conjunto formado para satisfacer
objetivos específicos,sujeto a impedimentos y restriccio-
nes; consta de dos o más componentes interrelacionados
y compatibles; cadacomponente es esencial para los re-
querimientos de ejecución del sistema.
Debido a que los componentes deben interrela-
cionarse, la operación, o incluso la simple existencia
de uno de ellos, afecta de algún modo la actua-
ción de los otros. Asimismo, el funcionamiento del
sistema como un todo y las limitaciones del mismo
imponen restricciones sobre cada uno de los com-
ponentes.
Ejemplos de sistemas en ingeniería civil son
los edificios, carreteras, puentes, aeropuertos, fe-
rrocarriles, túneles, abastecimiento de agua pota-
ble, y recolección, tratamiento y disposición de
aguas negras.
Un edificio es un sistema porque se construye
para servir para propósitos específicos tales como
espacio y techo para las actividades humanas o
recinto para almacenar materiales. Se encuentra su-
jeto a restricciones como las indicadas en reglamen-
tos de construcción con respecto a su altura y área
de piso. Las restricciones incluyen también la capa-
cidad de soportar cargas producidas por las acti-
vidades humanas y por fuerzas naturales como
vientos y terremotos. El conjunto en general consta
de techos, pisos, muros, puertas, ventanas, marcos
estructurales que soportan los otros componentes,
y sistemas para calefacción, ventilación y enfria-
miento de interiores.
Una carretera o una vía férrea son sistemas
construidos con propósitos específicos a fin de su-
ministrar una superficie o camino apto para el mo-
vimiento de vehículos. Sus restricciones las impone
el terreno por donde va a pasar el camino o ferroca-
rril, las características del vehículo y el volumen de
tráfico. Una carretera es usada primordialmente por
vehículos con ruedas de hule cuya velocidad y di-
rección de viaje controlan conductores humanos.
Un ferrocarril se utiliza por vehículos equipados
con ruedas de acero, diseñadas para rodar sobre
rieles que controlan la dirección del viaje; la veloci-
dad se regula directamente un conductor humano
o, indirectamente, por controles remotos. Tanto las
carreteras como los ferrocarriles tienen derecho de
vía, unen dos puntos, entradas y salidas de vehícu-
los, sistemas de control de tráfico, de seguridad,
puentes, túneles, estaciones para reabastecimiento
de combustible y servicio de vehículos, estaciones
para la subida y bajada de pasajeros o para carga y
descarga de materiales, y estaciones de servicio
para conductores y pasajeros.
Un túnel es un sistema subterráneo y un puente
es un sistema sobre la superficie de la tierra, cons-
truidos con el propósito específico de permitir el
paso sin obstáculos a peatones, vehículos, tuberías,
cables o transportadores. Un túnel está sujeto a
restricciones tales como exclusión de tierra, roca y
agua no deseada en el pasadizo, mientras que un
puente debe cargar el pasadizo entre distancias que
requieran pasar por encima de obstrucciones. Un
túnel consta principalmente de un pasadizo y so-
portes o revestimientos para alojarlo. El conjunto
debe también incluir drenaje, ventilación e ilumina-
ción. Un puente consta primordialmente de un pa-
sadizo, marcos estructurales que lo soportan, pilas
y contrafuertes para sostener los otros componentes
a una altura adecuada, por encima de las obstruc-
ciones.
El abastecimiento de agua es un sistema creado
con el propósito espeáfico de suministrar agua para
satisfacer las necesidades del hombre. Las restric-
ciones de este sistema dependerán de la cantidad y
calidad del agua que se requiera. En general, el
sistema consta de fuentes de abastecimiento, me-
dios para la extracción de agua en los volúmenes
deseados y su transporte a los puntos donde se
necesita; una planta para el tratamiento del agua
con el fin de satisfacer los criterios de calidad; tube-
rías con diámetros adecuados para el paso de las
cantidades necesarias, sin excesiva pérdida de pre-
sión; válvulas; estanques; presas y otros dispositi-
vos y accesorios para el control del flujo.
La recolección, tratamiento y disposición de
aguas negras es un sistema con el propósito especí-
fico de remover aguas residuales de los puntos
donde se origina y descargar los desperdicios en ta-
les condiciones y lugares que la salud y el bienestar
del hombre no peligren y desaparezca o se minimice
la contaminación ambiental. Las restricciones del
sistema generalmente dependen de la cantidad y
características de los desechos, del vol umen de agua
necesario para el transporte de éstos y del criterio a
seguir según los productos que se desechan. El
conjunto está integrado por dispositivos y acceso-
rios para recolectar desperdicios y remoción de ellos
con agua; los medios para transportar las aguas
negras a la planta de tratamiento, y el traslado
posterior de los productos al punto de eliminación;
la planta de tratamiento donde los desechos se re-
mueven o vuelven inocuos; medios para la disposi-
Diseñodesistemas . 1.3
ción segura de los desperdicios yagua tratada; tu-
berías, válvulas y dispositivos varios para el control
de flujo.
Nótese que en todos los ejemplos precedentes,
los sistemas constan de dos o más componentes
interrelacionados y compatibles. Cada uno de los
componentes es esencial para la ejecución del siste-
ma demandado y todos ellos afectan al funciona-
miento de por lo menos uno de los demás, y la
ejecución requerida para el sistema en su totalidad
impone restricciones sobre cada uno de los compo-
nentes.
Subsiste mas _ El grupo de componentes de
un sistema puede ser llamado sistema o también
subsistema. Éste se diseña como un sistema, pero
sus metas deben ayudar al sistema del cual es com-
ponente, a fin de lograr los objetivos del mismo.
Similarmente, el grupo de componentes de un sub-
sistema es un sistema al que se denomina subsub-
sistema.
En resumen, los subsistemas de un proyecto
grande a menudo se consideran como sistemas. Por
ejemplo, en un edificio, subsistemas mayores como
por ejemplo los marcos estructurales, muros o ins-
talaciones, se llaman sistemas. Sus componentes,
que satisfacen la definición de un sistema, se tratan
como subsistemas, por ejemplo la plomería consta
de los subsistemas hidráulicos, sanitarios y de gas.
El subsistema de las aguas negras incluye varios
dispositivos para la recolección y descarga de las
aguas negras; drenajes y tuberías para desechos;
soportes; trampas; drenes; cloacas y respiraderos.
En un sistema complejo como un edificio, los sub-
sistemas y otros componentes pueden combinarse
de varios modos para formar diferentes sistemas.
1.3 Análisis de sistemas
En el análisis de sistemas, un sistema se divide en
sus componentes básicos. Se determinan los subsis-
temas y enseguida se investiga el sistema con el fin
de especificar su naturaleza, interacción y actuación
como un todo. La investigación debe contestar pre-
guntas tales como:
¿Qué hace cada componente (o subsistema)?
¿Qué fin persigue?
¿Cómo realiza el componente sus funciones?
1.4 . Secciónuno
¿Qué otra función lleva a cabo?
¿Por qué el componente hace de ese modo las cosas?
¿Qué debe hacer realmente?
¿Puede eliminarse puesto que no es esencial o por-
que otro puede asumir sus labores?
1.4 Metas, obietivos y criterios
Antes de empezar el diseño de un sistema, el dise-
ñador debe establecer las metas del dueño del mis-
mo. Éstas se enuncian de acuerdo a lo que va a
realizar el sistema, cómo afectará al ambiente y
a otros sistemas y cómo esos sistemas y el ambiente
afectaránal proyecto. Lasmetas deben ser generales
y breves, abarcando todos los objetivos del diseño;
deben ser lo suficientemente espeáficas para orien-
tar la generación de alternativas de diseño y con-
trolar la selecciónde la alternativa óptima.
Un ejemplo simple de meta: el diseño de un
edificio para una oficina de correos que aloje a 100
trabajadores; éste se construirá en una propiedad
del cliente.Eledificiodebe armonizar conlasestruc-
turas vecinas. Debe terminarse el diseño en 90 días
y la construcción en un año. Loscostos de la misma
no deben exceder de 500000dólares.
Lasmetas de un diseño de sistemas que se aplica
a un subsistema son las mismas que de un sistema
en sí. Ellas indican las funciones requeridas del
subsistema y cómo éste afecta y es afectado por
otros sistemas.
Obietivos 8 Con las metas conocidas, el dise-
ñador define los objetivos del sistema. Éstos son
similares a las metas pero proporcionan en detalle
los requerimientos que el sistema debe satisfacer
para alcanzadas.
Al enumerar los objetivos, los diseñadores
empiezan con una generalización amplia que pos-
teriormente detallan para guiar el diseño del siste-
ma. Algunos objetivoscomola minimización de los
costosiniciales,los costos del ciclode vida o el tiem-
po de construcción, deben enumerarse. Otros obje-
tivos, que se aplican en el diseño de casi todos los
proyectos como la salud, seguridad y bienestar que
se mencionan en los reglamentos de construcción,
de zonificación y reglamentos de las dependen-
cias de salubridad, son muy numerosos para enu-
merados y se pueden consultar en otras fuentes.
Los objetivos deben ser suficientemente espeáficos
para guiar la planeación del proyecto y la selección
de los componentes con características determina-
das. En algunos objetivos debe señalarse también el
grado de control necesario para la operación de los
sistemas que se suministran para lograr los demás
objetivos.
Criterios 8 Debe haber por lo menos un cri-
terio asociado con cada uno de los objetivos. El
criterio es una gama de valores dentro de la cual la
ejecución del sistema debe permanecer a fin de que
se cumplan los objetivos. El criterio debe servir
como guía en la evaluación de las alternativas. Por
ejemplo, para la resistencia al fuego del muro de un
edificio, el criterio debe ser resistir el fuego durante
dos horas.
Valoración 8 Además de establecer el crite-
rio, el diseñador debe priorizar los objetivos de
acuerdo con la importancia relativa de los objetivos
del cliente (consúltese también la sección 1.10). Esta
valoración puede servir asimismo como guía en la
comparación de alternativas.
1.5 Restricciones y normas
Además de fijarse metas y objetivos para un sistema
al comenzar el diseño, los diseñadores deben tam-
bién definir las restricciones del sistema. Éstas son
límites en los valores de las variables del diseño, que
representan propiedades del sistema y son contro-
lables por el diseñador.
Los diseñadores pocas veces son completamente
libres de escoger algún valor deseado para las pro-
piedades del componente de un sistema. Una de las
razones es que cierto componente con las propieda-
des deseadas puede no estar disponible fácilmente,
por ejemplo, un ladrillo de 9 in de largo. Otra razón
es que por lo general existen varias restricciones de
tipo legal, por ejemplo las de reglamentos de cons-
trucciones, del reglamento de zonificación; las hay
también económicas, físicas, químicas, temporales,
psicológicas, sociológicas o estéticas. Tales restric-
ciones pueden determinar los valores de las propie-
dades de los componentes o fijar el límite en el que
cual deben permanecer.
Normas 8 Por lo menos una norma debe aso-
ciarse a cada restricción. Una norma es un valor o
-
límite de valores que gobierna una propiedad del
sistema. Las normas especifican un valor fijo que
puede ser máximo o InÚÚmO.
Por ejemplo, un diseñadorpuede estar buscando
determinar el espesor de un muro de carga de ladri-
llo. El reglamento local de construcción determina
que ese muro no debe tener menos de 8 in de
espesor. Este requerimiento es una norma InÚÚma.
El diseñador entonces puede seleccionar un muro
con un espesor de 8in o más. Los requerimientos de
otros sistemas adyacentes indican, sin embargo, que
para que el muro sea compatible su espesor no debe
exceder de 16in; se trata de una norma máxima. Los
ladrillos, sin embargo, sólo están disponibles en
espesor nominal de 4 in. Por lo tanto, las restriccio-
nes limitan el valor de las variables controlables; en
el caso del espesor del muro, deben ser de 8, 12 o
16 in.
1.6 Costos de construcción
El costo de construcción de un proyecto usualmente
es un factor dominante en el diseño. Una razón es
que si éste rebasa el presupuesto de construcción del
diseño o cliente, el proyecto puede cancelarse. Otra
razón es que algunos costos, como el interés sobre
la inversión, que se presenta al finalizar el proyec-
to, a menudo son proporcionales al costo inicial.
Por este motivo, el propietario usualmente trata de
mantener bajo dicho costo. Un proyecto que se di-
seña para minimizar los costos de construcción, no
necesariamente satisface mejor los intereses del pro-
pietario. Hay algunos otros costos en que el propie-
tario incurre durante la vida útil del proyecto, que
deben tomarse en cuenta.
Por ejemplo, después de que un proyecto se ha
terminado, el propietario incurre en costos de ope-
ración y mantenimiento. Éstos se derivan de de-
cisiones tomadas durante el diseño del proyecto.
Frecuentemente se permite que los costos de post-
construcción sean altos para que el costo inicial
pueda mantenerse dentro del presupuesto de cons-
trucción del propietario; de otra manera, el proyecto
no se lleva a cabo.
Costo del ciclo de vida es la suma de los costos
iniciales de operación y mantenimiento. Debe ha-
cerse más énfasis en la minimización del costo del
ciclo de vida que en los costos de construcción,
puesto que esto permite al dueño obtener el mayor
rendimiento a su inversión.
Diseñodesistemas. 1.5
No obstante lo anterior, el cliente establece por lo
común el presupuesto de construcción en forma
independiente del costo del ciclo de vida Esto es
necesario a menudo porque el cliente no cuenta con
el capital adecuado para un proyecto óptimo y fija
un límite bajo a los costos de construcción. El clien-
te espera tener posteriormente el capital suficien-
te para solventar los altos costos de operación y
mantenimiento o para reemplazar los componentes
indeseables e ineficientes. Otras veces, el cliente
establece un bajo presupuesto de construcción por-
que su meta es obtener un rápido beneficio sobre la
preventa del proyecto; en este caso, el cliente tiene
poco o ningún interés en los futuros costos de ope-
ración y mantenimiento del proyecto. Por estas ra-
zones, el costo de construcción es con frecuencia un
factor dominante en el diseño.
1.7 Modelos
Como una ayuda para la evaluación de la ejecución
de un sistema y la comparación de alternativas de
diseños, los diseñadores pueden representar el sis-
tema por medio de un modelo que les permite
analizado y evaluar su funcionamiento. Por razo-
nes prácticas el modelo debe ser simple y congruen-
te con la función para la cual se seleccionó. El costo
de formulación y uso del modelo debe ser ínfimo
comparado con el costo del montaje y prueba del
sistema real.
Por cada variable de entrada del sistema debe
existir otra correspondiente en el modelo de tal
manera que las respuestas (salidas) de éste corres-
pondan a las que se obtendrían en el sistema. La
correlación puede ser aproximada pero a pesar de
ello deberá ser lo más cercana para cumplir con los
objetivos buscados. Por ejemplo, para la estimación
de costos durante la fase conceptual del diseño,
puede usarse un modelo de costos que dé pronósti-
cos aproximados de los costos de construcción. Sin
embargo, los modelos que se utilicen en la fase de
contratación deben ser exactos.
Los modelos se clasifican en icónicos, simbólicos
o analógicos. El tipo icónico puede ser el sistema
real, una parte del mismo, o simplemente mostrar
un parecido físico con él. El modelo icónico se usa
por lo general para pruebas físicas del funciona-
miento de un sistema, como las pruebas de carga o
de túnel de viento, o ajuste de controles para el
flujo de agua y aire en el sistema real.
1.6 . Secciónuno
Los modelos simbólicos representan con símbo-
los las entradas (datos) y salidas (resultados) de un
sistema y se utilizan generalmente para el análisis
matemático del mismo. Ellos permiten una relación
generalizada, más breve y mejor expresada: son
menos costosas para desarrollar y usar que otro tipo
de modelos, y son fáciles de manejar.
Los modelos analógicos son sistemas reales, pero
con propiedades físicas diferentes al sistema real.
Los ejemplos incluyen relojes digitales para medi-
ción de tiempo, termómetros para medición de tem-
peraturas (cambios de calor), reglas de cálculo para
la multiplicación de números, flujo de corriente
eléctrica para medir el flujo de calor a través de una
placa metálica, y membranas jabonosas para medir
la torsión en un eje elástico.
Las variables que representan las entradas y pro-
piedades de un sistema pueden ser consideradas
variables independientes de dos tipos:
1. Variables que los diseñadores pueden controlar:
Xl, X:z, X3,'"
2. Variables no controlables: Y¡,Y2, Y3,'"
Las variables que representan la salida o el fun-
cionamiento del sistema pueden ser consideradas
variables dependientes: Zl, Z:z,Z3,...Estas variables
son funciones de las variables independientes. Las
funciones también contienen parámetros; sus valo-
res pueden ser ajustados para calibrar el modelo con
el comportamiento del sistema real.
Modelos de costos . Como un ejemplo del
uso de modelos en el diseño de sistemas, conside-
remos los siguientes modelos de costos:
C=Ap
(1.1)
costos de construcción del proyecto
parámetros convenientes para un
proyecto, como área de piso (pies
cuadrados) en un edificio, longitud
(millas) de un camino, población
(personas) a quienes beneficiará el
abastecimiento de agua o sistema de
alcantarillado.
p = costo por unidad de construcción,
dólares por unidad (pies cuadrados,
millas, personas)
Éste es un modelo simbólico aplicable sólo en la
etapa inicial del diseño, cuando los sistemas y sub-
donde C =
A =
sistemas son especificados en forma general. Tanto
A como p son estimados, regularmente sobre bases
de experiencias con sistemas similares.
C=LA¡p¡ (1.2)
donde A¡ = unidades de medición adecuadas
para el i-ésimo sistema
p¡ = costo por unidad para el i-ésimo sis-
tema
Este modelo simbólico es conveniente para la esti-
mación de costos de construcción de un proyecto en
la etapa preliminar del diseño, después de seleccio-
nar los tipos de sistemas principales. La ecuación
(1.2) da el costo como la suma de los costos de los
sistemas más relevantes, a la cual deben adicionarse
los costos estimados de otros sistemas y los gastos
indirectos y la utilidad del contratista.
e = L A¡p¡ (1.3)
donde A¡ = unidad adecuada de medición para
el j-ésimo subsistema
p¡ = costo por unidad para el j-ésimo
subsistema
Este modelo simbólico se puede usar en la fase de
desarrollo del diseño y más tarde, una vez que los
componentes de los sistemas principales se hayan
seleccionado y la mayor exactitud de los costos
estimados sea confiable. La ecuación (1.3) propor-
ciona los costos de construcción como la suma de
los costos de todos los subsistemas, a la cual deben
adicionarse los gastos indirectos y la utilidad del
contratista.
Para más información sobre estimación de cos-
tos, véase la sección 4.7.
1.8 Optimización
El objetivo del diseño de sistemas es seleccionar el
mejor sistema para determinadas condiciones; este
proceso se conoce como optimización. Cuando se
puede optimizar más de una propiedad del sistema,
o cuando existe una sola característica por optimi-
zar pero no es cuantificable, puede o no haber solu-
ción óptima. Si existe, puede encontrarse por tanteo
con un modelo o por métodos como los descritos en
la sección 1.10.
Cuando se va a optimizar una característica de
un sistema, como los costos de construcción, el cri-
terio puede expresarse como sigue:
Optimizar zr =Ir (Xl, X:z, X3, . . .,yV y:z, Y3, . . .) (1.4)
donde Zr = variable dependiente por maxirni-
zar o minimizar
x = variable controlada, identificada por
el subíndice
y = variable no controlable, identificada
por el subíndice
Ir = función objetivo
Sin embargo, en general hay restricciones sobre los
valores de las variables independientes. Estas restric-
ciones se pueden expresar de la siguiente manera:
h (xv X2, X3, . . .,Yl<y:z, Y3, . . .) ~ O (1.5)
La solución simultánea de las ecuaciones (1.4) y
(1.5) da como resultado los valores óptimos de las
variables. La solución puede obtenerse utilizando
técnicas como el cálculo, la programación lineal o
dinámica, dependiendo de la naturaleza de las
variables y las características de las ecuaciones.
La aplicación directa de las ecuaciones (1.4) y
(1.5) para todo un proyecto de ingeniería civil, sus
sistemas y su cantidad de subsistemas por lo común
es impráctica en virtud del alto número de variables
y la complejidad de sus interrelaciones. Por esta
razón, la optimización se obtiene por separado re-
gulannente por métodos de suboptimización o si-
mulación.
Simulación 8 Los sistemas con un gran nú-
mero de variables algunas veces pueden opti-
mizarse siguiendo un proceso que se denomina
simulación, el cual incluye el método de tanteo con
el sistema real o el modelo. En la simulación, las
propiedades del sistema o modelo se ajustan a
las entradas (datos) o serie de entradas específi-
cas; las salidas y el desempeño se miden cuando
se haya obtenido el resultado óptimo.
Cuando las variables son cuantificables y se uti-
lizan modelos, la solución se facilita regulannente
mediante el uso de computadoras. El sistema real
Diseñodesistemas . 1.7
puede emplearse cuando está disponible y es acce-
sible, y cuando los cambios tienen pequeño o nin-
gún efecto sobre los costos de construcción. Por
ejemplo, después de instalar los ductos de aire en
un edificio, un sistema de acondicionamiento de
aire puede operarse para una variedad de condicio-
nes, con el fin de determinar la posición óptima del
regulador de tiro para el control del flujo de aire en
cada condición.
Suboptimización 8 Éste es un proceso de
tanteo en el que los diseñadores intentan optimizar
un sistema por medio de una primera optimización
de sus subsistemas. La suboptimización es conve-
niente cuando la influencia de uno y otro compo-
nentes estén en serie.
Considérese, por ejemplo, un sistema estructural
para un edificio compuesto sólo de cubierta, colum-
nas y zapatas. La cubierta tiene una carga conocida
(entrada) que es exclusivamente su peso propio. El
diseño de la cubierta afecta las columnas y las zapa-
tas porque su salida es igual a las cargas sobre las
columnas. El diseño de las columnas afecta sola-
mente las zapatas porque la salida de la columna es
igual a las cargas sobre las zapatas. Sin embargo, el
diseño de las zapatas no tiene efecto alguno sobre
ninguno de los otros componentes estructur<\les.
Por tanto, los componentes estructurales están en
serie y pueden diseñarse por suboptimización para
obtener el costo minimo de construcción o el peso
minimo del sistema.
La suboptimización del sistema puede lograrse
por una primera optimización de las zapatas; por
ejemplo, el diseño del menor costo de las zapatas.
Después, debe optimizarse el diseño tanto de las
columnas como el de las zapatas. (La optimización
únicamente de las columnas no producirá un siste-
ma estructural óptimo, debido al efecto del peso de
éstas sobre las zapatas). Finalmente, la cubierta, co-
lumnas y zapatas deberán optimizarse juntas. (Sólo
la optimización de la cubierta no producirá un sis-
tema estructural óptimo debido al efecto de su peso
sobre las columnas y las zapatas. Una cubierta de
bajo costo puede ser muy pesada y requerir zapatas
y columnas costosas. Sin embargo, el costo de una
cubierta ligera podrá ser tan alto de modo que
compense cualquier ahorro sobre zapatas y colum-
nas menos costosas. Una de las alternativas de cu-
biertas puede proporcionar resultados óptimos.)
(R. J. Aguilar, Systems Analysis and Design in En-
gineering, Architecture, Construction, and Plann-
1.8 . Secciónuno
ing, Prentice-Hall, Inc., Englewood Cliffs, N.J.; K.
1. Majid, Optimum Design of Structures, Halsted
Press/John Wlley & Sons, Inc., New York; F. S.
Merrit and J. A. Ambrose, BuildingEngineeringand
Systems Design, 2nd. ed., Van Nostrand Reinhold
Company, New York;L. Spunt, OptimumStructural
Design,Prentice-Hall, Inc., Englewood Cliffs,N.J.).
1.9 Procedimiento para
el diseño de sistemas
La sección 1.2 define los sistemas y explica cómo el
diseño de éstos comprende una serie de pasos ra-
cionales y ordenados, los cuales conducen a la mejor
decisión para un grupo de condiciones dadas. Tam-
bién enumera los componentes básicos del procedi-
miento, como son análisis, sÚltesis, evaluación y
retroalimentación. Siguiendo estos pasos, una defi-
nición más formal sería:
El diseñode sistemases la aplicacióndel método
científicoparaseleccionar y agruparloscomponentes que
forman un sistemaóptimo,conelfin deobtenermetasy
objetivosespecíficos, auncuandoestésujetoa limitacio-
nesy restriccionesdadas.
El método científico, incorporado a las defini-
ciones de ingeniería económica o del valor y diseño
de sistemas, consiste en los siguientes pasos:
1. Recolecciónde datos y observaciones del fenó-
meno natural.
2. Formulación de una lúpótesis capaz de predecir
observaciones futuras.
3. Prueba de lúpótesis para verificar la exactitud de
las predicciones y desechar o mejorar la lúpóte-
sis, si ésta es inadecuada.
El diseño de sistemas debe proporcionar res-
puestas a las siguientes preguntas:
1. ¿Qué es lo que el cliente o dueño quiere del
proyecto (metas,objetivosy criteriosasociados)?
2. ¿Cuáles son las condiciones que prevalecen, o
que existirán después de la construcción, que
están fuera del control de los diseñadores?
3. ¿Qué requerimientos o condiciones del proyecto
que afectan el comportamiento del sistema pue-
den ser controlados por el diseño (restricciones
y normas relacionadas)?
4. ¿Cuáles requerimientos de ejecución, criterio de
tiempo y costopuede usar el clientey los diseña-
dores para estimar el rendimiento del sistema?
La recolección de la información necesaria para
el diseño de un proyecto empieza al iniciarse el
diseño y puede continuar durante la fase de obten-
ción de los documentos del contrato. La recolección
de datos es parte esencial del dis"eño de sistemas,
pero debido a que es continua durante el diseño, no
se enumera en la ejecución como paso básico.
Con el fin de ilustrar el procedimiento para el
diseño de sistemas se le dividió en nueve pasos
básicos que aparecen en la figura 1.1. Debido a que
el análisis económico se aplica en los pasos 5 y 6,
los pasos 4 al 8 que cubren la sÚltesis, análisis y
evaluación pueden repetirse varias veces. Cada ite-
ración debe conducir a un diseño más cercano al
óptimo.
Para preparar el paso 1, los diseñadores deben
trazar un programa del proyecto o enumerar las
necesidades del cliente, y obtener la información
sobre las condiciones existentes que afectarán el
diseño del proyecto. En los pasos 1 y 2, los diseña-
dores utilizan la información disponible para defi-
nir las metas, objetivos y restricciones que deben
satisfacer el sistema (véanse secciones 1.4 y 1.5).
Síntesis _ Enel paso 3, los diseñadores deben
concebir por lo menos un sistema que satisfaga
los objetivos y las restricciones. Para lograr esto,
cuentan con experiencias anteriores, conocimien-
tos, imaginación, habilidad creativa y asesoría de
consultores, incluyendo ingenieros de costos, ex-
pertos en construcción y operadores experimenta-
dos del tipo de actividades que se van a diseñar.
Por otro lado, el diseñador debe desarrollar sis-
temas alternativos que quizá sean ser más efectivos
en costos y puedan construirse más rápidamente.
Para aprovechar el tiempo de diseño enla obtención
de un sistema óptimo, los diseñadores deben inves-
tigar sistemas alternativos en una secuencia lógica
que tienda a lograr resultados óptimos potenciales.
Como ejemplo, se presenta a continuación una po-
sible secuencia lógica para un edificio:
1. Selección de una técnica industrializada disponi-
ble o preconstruida para el edificio; un sistema que
sea prefabricado. El sistema quizá sea el más bajo
en costo, debido al uso de técnicas de producción
masiva, lo cual es regularmente más económico
OB
ESTIMELOSVALORES
DELASVARIABLES
INDEPENDIENTES
NOCONTROLABLES
OC
DETERMINELOS VAlORES DE
lAS VARIABLESINDEPENDIENTES
CONTROlABLES, PARAOBTENER
LOSRESULTADOSÓPTIMOS
eA
SELECCIONE UNMODELO
QUEPRESENTE ELSISTEMA,
PARAOPTIMIZARLO
y EVALUARLO
eD
DETERMINE LOSVAlORESDE
lAS VARIABLES DEPENDIENTES
(ESTIMACiÓN DE
FUNCIONAMIENTO YCOSTOS)
Diseño desistemas. 1.9
oENUNCIEPARAQUÉSEDESEAELSISTEMA,
INDICANDO TAMBIÉNCÓMOELAMBIENTE
YOTROSSISTEMASAFECTARÁN SU
FUNCIONAMIENTO OSERÁNAFECTADOS PORÉL
$IDENTlFIOUELOSOBJETIVOS YRESTRIC-
CIONESCONOCIDOS PARAELSISTEMA
SINTETICEELSISTEMA
o
EVALÚEEL SISTEMA
o ELIMINE, CAMBIEOCOMBINE
LOSCOMPONENTES OSUBSISTEMAS
PARAMEJORARCOSTOS
8 CONSTRUYA ELMODELODEL
NUEVOSISTEMAY APLIQUELO
EVALÚEEL NUEVOSISTEMA
RECOLECCiÓN
DEDATOS Y
FORMULACiÓN
DEL PROBLEMA
SINTESIS
y
ANALlSIS
ANÁLISIS
DELVALOR
EVALUACiÓN
DECISiÓN
Figura 1.1 Pasosbásicosen el diseño de sistemas además de la recolección de información necesaria.
ESPECIFIQUEEL MEJORSISTEMA
1.10 . Sección uno
que si lo produce el personal de campo. También,
la calidad de los materiales y la construcción pue-
den ser mejores que las estructuras construidas en
obra, porque los elementos se encuentran bajo
control y supervisión estrictas.
2. Diseño de un edificio preconstruido (si el cliente
necesita varias estructuras del mismo tipo).
3. Montaje del edificio con componentes o sistemas
prefabricados. Este tipo de construcción es simi-
lar al que se utiliza para edificios preconstruidos,
excepto porque los componentes preensambla-
dos son mucho más pequeños en el sistema de
edificación.
4. Especificación de tantos componentes prefabri-
cados y estándar como sea posible. Los compo-
nentes estándar son elementos comercializados
disponibles para entrega inmediata por las com-
pañías abastecedoras de elementos para edificios.
5. Repetición de los componentes iguales, el mayor
número de veces posible. Esto permite la pro-
ducción en masa de algunos componentes que
no sean estándar. Por otro lado, la repetición
puede acelerar la construcción porque el perso-
nal de campo trabajará más rápidamente a me-
dida que se familiarice con los componentes.
6. Diseño de componentes para el montaje de ma-
nera que el trabajo de los diversos oficios sea
continuo en la obra. El trabajo que obliga a una
actividad a esperar la cuhninación de otra, de-
mora la construcción y es costoso.
Modelado _ En el paso 4, los diseñadores
deben representar el sistema a través de un modelo
sencillo, de exactitud aceptable. En este paso, los
diseñadores deben especificar o estimar los valores
de las variables independientes, representando las
propiedades del sistema y sus componentes. El mo-
delo deberá aplicarse para determinar el funciona-
miento óptimo del sistema (variables dependientes)
y los valores correspondientes de las variables con-
trolables (véanse las secciones 1.7 y 1.8). Por ejem-
plo, si el funcionamiento de un sistema deseado es
un costo mínimo de construcción, el modelo debe
usarse para estimar este costo y seleccionar los com-
ponentes y métodos de construcción para que el
sistema produzca este resultado óptimo.
Evaluación _ Enel paso 5 del diseño de siste-
mas, los diseñadores deben evaluar los resultados
obtenidos en el paso 4. Los diseñadores deben veri-
ficar que los costos de construcción y del ciclo de
vida sean aceptables para el cliente y que el sistema
propuesto satisfaga todos los objetivos y restric-
ciones.
Análisis económico (o de valor) y deci-
sión _ Durante los pasos anteriores, el análisis
económico se aplicó a algunas partes del proyecto
(véase la sección 1.10). En el paso 6, sin embargo, el
análisis económico debe aplicarse a todo el sistema.
En este proceso pueden resultar cambios en partes
del sistema, produciendo un nuevo sistema, o di-
versas alternativas para mejorar el diseño original.
Por esto, en los pasos 7 y 8 deben simularse y
evaluarse los nuevos sistemas o al menos aquellos
con buenas posibilidades de ser los óptimos. Duran-
te y después de este proceso pueden concebirse
alternativas completamente diferentes. A medida
que los pasos 4 al8 se repitan, se obtendrán nuevos
conceptos.
Finalmente, en el paso 9, se deberá seleccionar el
mejor de los sistemas estudiados.
Diseño en equipos de trabajo (socieda-
des o asociaciones) _ Para lograr el funciona-
miento más productivo y exitoso del diseño de
sistemas de un proyecto de ingeniería civil, es muy
deseable una organización de diseño superior a la
que se utiliza en diseños tradicionales. Para el dise-
ño de sistemas se requiere que varios especialistas
formen un equipo de diseño, con el fin de que todos
contribuyan con sus conocimientos y habilidades.
Una razón por la cual los especialistas deben
trabajar juntos es que en el diseño de sistemas hay
que tener en cuenta los efectos de cada componente
sobre el funcionamiento de todo el proyecto, así
como la interrelación de los mismos. Otra razón es
que para lograr una mayor efectividad en costos, los
componentes innecesarios deben eliminarse y don-
de sea posible combinarse dos o más componentes.
Cuando los componentes son responsabilidad de
diferentes especialistas, estas tareas sólo pueden
llevarse a cabo con facilidad cuando los especialis-
tas están en comunicación directa e inmediata.
Además de los consultores requeridos para las
tareas rutinarias de diseño, el equipo de diseño debe
apoyarse en ingenieros y analistas de costos, exper-
tos en construcción, trabajadores en obra y usuarios
experimentados en operación del tipo de proyec-
to que se va a construir. Debido a la diversidad
de habilidades que se presentan en estos equipos de
trabajo, es altamente probable que se consideren
todas las posibilidades al tomar la decisión y por lo
tanto la probabilidad de error u omisión será muy
pequeña.
Revisión de proyecto por consultores -
El equipo de diseño debe tener como norma la
comprobación del resultado de las diversas discipli-
nas al término de cada paso del diseño, en especial
antes de su incorporación en los documentos de
contrato. La comprobación del trabajo de cada dis-
ciplina debe ser efectuada por un profesional com-
petente en esa disciplina, que no sea el diseñador
original, y revisada por directores y otros profesio-
nales del más alto rango. Estos últimos deben ase-
gurarse que los cálculos, dibujos y especificaciones
se encuentren sin errores, omisiones o contradiccio-
nes entre componentes de la construcción.
Para proyectos que sean complicados, únicos en
su género o que tengan la probabilidad de efectos
graves si ocurre una falla, el cliente o el equipo de
diseño puede considerar la conveniencia de solici-
tar a consultores una revisión de los elementos crí-
ticos del proyecto, o de todo el proyecto. En tales
casos, la revisión debe ser dirigida por profesionales
con experiencia igualo mayor que la de los diseña-
dores originales, es decir, por consultores que sean
independientes del equipo de diseño, ya sean parte
de la misma empresa o de una organización externa.
La revisión debe ser pagada por la organización
que la solicite. En el proyecto puede incluirse la
investigación de las condiciones del sitio, códigos y
reglamentos gubernamentales aplicables, impacto
ambiental, supuestos de diseño, cálculos, dibujos,
especificaciones, diseños alternos, factibilidad de
construcción y apego al programa de construcción.
Los consultores no deben ser considerados como
competidores o reemplazos de los diseñadores ori-
ginales y debe haber un alto nivel de respeto y
comunicación entre ambos grupos. Un informe de
los resultados de la revisión debe enviarse a la
oficina que expida la autorización y al jefe del per-
sonal de construcción.
(ThePeerReviewManual, American Consulting
Engineers Council, 1015 15th St., NW, Washington,
D.C. 20005,y PeerReview,a ProgramCuidefor Mem-
bersoftheAssociationofSoil and Foundation Engineers,
ASFE, Silver Spring, MD.)
Aplicación del diseño de sistemas _ El
diseño de sistemas puede usarse provechosamente
en todas las fasesdel diseño de un proyecto, pero es
Diseñodesistemas . 1.11
más ventajoso en las etapas iniciales. Un sistema
puede sustituirse por otro y eliminarse o combinarse
los elementos en esas etapas, con poco o ningún costo.
En la fase de contratación, el diseño de sistemas
debe aplicarse de preferencia sólo a los detalles. Los
cambios importantes generalmente son muy costo-
sos. Los análisis económicos deben aplicarse a las
especificaciones y al contrato de construcción por-
que de tales estudios pueden obtenerse ahorros
significativos.
El diseño de sistemas se debe aplicar en la etapa
de construcción únicamente cuando se requiera por
cambios necesarios en planos o especificaciones. El
tiempo con que se cuenta en esta etapa quizá no sea
el suficiente para realizar estudios concienzudos,
sin embargo el análisis económico deberá aplicarse
tanto como sea posible.
(R. L. Ackoffand M. W. Saseini, Fundamentals01
OperationResearch, John Wiley & Sons, mc., New
York;R. J. Aguilar,SystemsAnalysis and Design in
Engineering,Architecture,Construction,andPlanning,
Prentice-Hall, mc., Englewood Cliffs, N.J.; W. W.
Caudill, Architectureby Team,Van Nostrand Rein-
hold Company, New York; F. S. Merritt, Building
EngineeringandSystemsDesign,Van Nostrand Rein-
hold Company, New York; R. DeNeufville and J. H.
Stafford, Systems Analysis for Engineers and Mana-
gers, McGraw-Hill Book Company, New York.)
1.10 Ingeniería económica
En el diseño de sistemas, la meta de los diseñadores
es seleccionar el sistema óptimo, o el mejor, que
satisfaga las necesidades del diseño o cliente. An-
tes que los diseñadores empiecen a trabajar en un
sistema, deben preguntarse si los requerimientos
representan las necesidades reales del cliente. ¿Pue-
den ser menos rigurosos los criterios y las normas
que afectan el diseño? Éste es el primer paso en la
aplicación de la ingeniería económica a un proyecto.
Después que los criterios y normas se reconside-
raron, aprobaron o revisaron, los diseñadores crean
uno o más sistemas para satisfacer los requerimien-
tos y, después, seleccionan un sistema para el análi-
sis de costos. En seguida, se preguntan si el sistema
escogido proporciona el mejor valor al más bajo
costo. La ingeniería económica es un procedimiento
muy útil para contestar interrogantes y seleccionar
la mejor alternativa si es que la solución del mismo
indica que es la adecuada.
1.12 . Secciónuno
La ingeniería económicaes la aplicación del método
científico para el estudio de los valores de los sistemas.
(El método científico se describió en la sección 1.9)
El objetivo principal de la ingeniería económica,
tal como se aplica en los proyectos de ingeniería
civil, es la reducción de los costos inicial Ydel ciclo
de vida (sección 1.6). En estos términos, la ingenie-
ría económica se propone uno de los objetivos del
diseño de sistemas, que tiene como meta global la
producción de un proyecto óptimo o el mejor (no
necesariamente el más bajo en costos) y debe incor-
porarse dentro del procedimiento del diseño de
sistemas, como se indica en la sección 1.9.
A quienes dirigen o administran los estudios
económicos, a menudo se les llama ingenieros o
analistas de costos. Ellos por lo regular se organizan
dentro de un grupo interdisciplinario, que encabeza
un coordinador, para hacer los estudios económicos
de proyectos específicos. Sin embargo, a veces un
individuo, como por ejemplo un contratista experi-
mentado, lleva a cabo los servicios de ingeniería
económica por honorarios o por un porcentaje de
los ahorros que logre realizar.
Análisis de valor 8 El valor es una medida
de los beneficios anticipados de un sistema o de la
contribución de un componente al funcionamiento
de un sistema. Estamedición debe servir comoguía
cuando se evalúan diversas alternativas de funcio-
namiento de un sistema. Con referenciaa compara-
cionesde sistemas, por logeneral seconsideran sólo
valores relativos; los valores tomados en cuenta
tienen ventajas y desventajas, los primeros se con-
sideran positivos y los segundos negativos. En las
comparaciones de sistemas es posible por ello que
los valores de un componente de un sistema sean
negativos y se resten del valor total del sistema.
Las evaluaciones de sistemas serían relativa-
mente fácilessi el comportamiento de los sistemas
pudiera siempre valuarse en términos monetarios;
en tal caso los costos y beneficios podrían compa-
rarse directamente. Sin embargo, los valores a me-
nudo deben basarse en decisiones subjetivas del
cliente. Por ejemplo, ¿cuánto más está dispuesto
el cliente a pagar por estética, prestigio, mejores
relaciones laborales y sociales? En consecuencia,
otros valores no monetarios deben considerarse en
el análisis económico.TáIesconsideraciones requie-
ren determinar la importancia relativa de los reque-
rimientos del cliente y sopesar, según el caso, los
valores.
El análisis del valor o económico es la parte del
procedimiento de la ingeniería económica que se
dedica a investigar la relación entre los costos y los va-
lores de los componentes de un sistema, los sistemas
y las alternativas de éstos. El objetivo es proporcionar
una guía racional para seleccionar el sistema de más
bajo costo que satisfaga las necesidades del cliente.
Escalas de medición 8 Para los propósitos
del análisis del valor, es esencial que la característica
de un componente o sistema al cual se le va asignar
valor, sea perfectamente identificable. Un analista
debe ser capaz de asignar diferentes cifras, no nece-
sariamente monetarias, a los valores que son dife-
rentes. Estas cifras pueden ser de las siguientes
cuatro escalas de medición: relación, intervalo, or-
dinal y nominal.
Escala de relación 8 Esta escala tiene la pro-
piedad de que si a cualquier característica de un
sistema se le asigna un valor numérico k, a cualquier
característica que sea n veces más grande se le debe
asignar un valor numérico nk. A la ausencia de la
característica se le asigna el valor cero. Este tipo de
escala se usa comúnmente en ingeniería, en especial
en las comparaciones de costos. Por ejemplo, si se le
asigna un valor de $10 000 a un sistema A y $5000 a
un sistema B, se dice entonces que A es el doble de B.
Escala de intervalos 8 Esta escala tiene la
propiedad de que intervalos iguales entre valores
de la escala representan diferencias iguales en las
características que se midieron; la escala cero se
asigna arbitrariamente. La escala Celsius de medi-
ción de temperatura es un buen ejemplo de escala
de intervalos. El cero se establece arbitrariamente
como la temperatura a la cual se congela el agua y
no indica ausencia de calor. Al punto de ebullición
del agua se le asigna arbitrariamente el valor de 100.
La escala entre Oy 100 se divide entonces en 100 in-
tervalos iguales que se llaman grados ("C). A pesar
de la arbitrariedad de la selección del punto cero, la
escala es muy útil en la medición de calor. Por
ejemplo, el cambio de temperatura de un objeto de
40 a 60"C, que es un incremento de 20"C, requiere
dos veces más calor que el cambio de la temperatura
de 45 a 55"C, que es un incremento de 10"C.
Escala ordinal 8 Esta escala tiene la propie-
dad de que la magnitud de un valor numérico
asignado a una característica indica si un sistema
tiene más o menos de la característica que otro, o si
es igual con respecto a esa característica. Por ejem-
plo, en la comparación de la privacía proporciona-
da por diferentes tipos de muros en un edificio, a
cada tipo de muro pudo habérsele asignado un
número que lo clasifique de acuerdo al grado de
privaáa que proporciona. A muros que proporcio-
nan mayor privaáa se les dan números más altos.
Las escalas ordinales se usan comúrunente cuando
los valores deben basarse en juicios subjetivos de
diferencias no cuantificables entre los sistemas.
Escala nominal _ Esta escala tiene la propie-
dad de que los valores numéricos, asignados a una
característica de los sistemas que se comparan, in-
dican exclusivamente si los sistemas difieren en
ésta, pero no puede asignársele ningún valor a la
diferencia. Este tipo de escala se usa por lo general
para indicar la presencia o ausencia de una caracte-
rística o componente. Por ejemplo, la ausencia de
medios de acceso para el mantenimiento de un
equipo puede representarse por un cero o un espa-
cioen blanco, mientras que la presencia de tal acceso
puede denotarse por un 1 o un x.
Ponderar _ En la práctica, el costo de cons-
trucción es sólo un factor, tal vez el único con valor
Diseñodesistemas . 1.13
monetario de muchos factores que pueden ser
evaluados en la comparación de sistemas. Ocasio-
nalmente algunas de las otras características del
sistema pueden ser más importantes para el due-
ño que los costos. En tales casos, la comparación
se hace utilizando la escala ordinal para clasificar
cada característica y posteriormente sopesar las
calificaciones de acuerdo a la importancia que
para el cliente tienen las características.
Como un ejemplo del uso de este procedimiento,
se muestra en la tabla 1.1 el cálculo para la compa-
ración de dos muros divisorios para un edificio. La
alternativa 1 es un muro divisorio metálico; la alter-
nativa 2 es de vidrio y metal.
En la tabla 1.1, en la primera columna, se listan
las características que interesan para hacer la com-
paración. Los números de la segunda columna in-
dican la importancia relativa para el cliente de cada
característica:el1 denota la prioridad menor y ellO
la prioridad mayor. Éstos son valores. Además, cada
división se clasifica usando la escala ordinal con 10
como el valor más alto, de acuerdo con el grado que
posee cada característica. Esta clasificación se lista
con valores relativos en la tabla 1.1. Para costos de
construcción, por ejemplo, al muro divisorio metá-
lico se le asignó un valor relativo de 10 y al muro
TABLA1.1 Comparación de alternativas de las divisiones"
Alternativas
"ReUnpreso con autorización de F. S. Merritt, Building Engineering and Systems Design, Van Nostrand Reinhold Company, New York, N. Y.
1 2
Completamente metálica Vidrio y metal
Importancia
Valor Valor Valor Valor
Características relativa relativo
ponderado
relativo
ponderado
Costos de construcción 8 10 80 8 64
Aspecto
9 7 63 9 81
Transmisión del sonido 5 5 25 4 20
Privacidad 3 10 30 2 6
VlSibilidad 10 O O 8 80
Movilidad 2 8 16 8 16
Salidas eléctricas 4 O O O O
Durabilidad 10 9 90 9 90
Bajomantenimiento
8 7 56 5 40
Valores totales ponderados
360 397
Costos $12 000 $15 000
Relación de valores a costo 0.0300 0.0265
1.14 . Secciónuno
vidrio-metal de 8, porque el costo del muro metálico
es un poco menor que el otro. En contraste, al muro
divisorio vidrio-metal se le dio un valor relativo por
visibilidad de 8 porque la parte superior es transpa-
rente, mientras que el muro metálico tiene un valor
de Oporque es opaco.
Para completar la comparación, la ponderación
de cada característica se multiplica por el valor
relativo correspondiente a esa característica en di-
cho muro y se coloca en la tabla 1.1 como valor de
ponderación. En lo que respecta a costos de cons-
trucción, por ejemplo, los valores de ponderación
son para el muro divisorio metálico 8 x 10 = 80, Y
para el muro divisorio vidrio-metal 8 x 8 =64. Los
valores de ponderación de cada muro se suman, lo
que resulta 360 para la alternativa 1 y 397 para la
alternativa 2. Apesar de que esto indica que el muro
vidrio-metal es mejor, quizás no sea el mejor desde
el punto de vista del costo. A fin de determinar si lo
es, el valor de ponderación de cada muro se divide
entre su costo. Esto produce 0.0300 para el muro
metálico y 0.0265 para el otro. En estos términos, el
muro divisorio metálico ofrece mayor beneficio con
respecto al dinero invertido y sería el recomendable.
Los cálculos anteriores indican el siguiente pun-
to: en la selección entre sistemas alternativos, sólo
son significativas las diferencias de valores del sis-
tema y necesitan compararse.
Supongamos, por ejemplo, que necesita investi-
garse el efecto económico de adicionar aislamiento
térmico para una edificación. En una comparación,
no es necesario calcular el costo total del edificio con
o sin aislamiento. Por lo regular, basta restar el costo
adicional del aislamiento térmico del decremento
en costo de calefacción y enfriamiento, resultante de
la adición del aislamiento. El ahorro neto propicia-
ría la adición del aislamiento. De este modo puede
llegarse a una decisión sin el cálculo complejo del
costo total del edificio.
Procedimiento para el análisis del valor
. Para el análisis del valor de un proyecto de inge-
niería civil o de uno de sus subsistemas, es acon-
sejable que el cliente o un representante de éste
designen un equipo interdisciplinario y un grupo
coordinador que apruebe el proyecto o proponga
otras alternativas más económicas.Elgrupo coordi-
nador elige las metas del estudio y las prioridades
y puede designar los conjuntos de actividades para
investigar partes del sistema de acuerdo con las
prioridades. Losanalistas económicosdeben seguir
un procedimiento sistemático y científico a fin de
realizar las tareas necesarias que implica el análisis
del valor. El procedimiento debe proporcionar:
Un formato expedito para registrar el avance de los
.estudios
La certeza de que se consideró toda la información
necesaria a pesar de que parte de la información no
se hubiere considerado en el desarrollo del sistema
propuesto
Una resolución lógica del análisis, integrado por
componentes que se pueden planear, programar,
presupuestar y valorizar
La mayor reducción del costo se obtiene por
el análisis de todos los componentes del sistema
propuesto. Sin embargo, esto por lo general no es
práctico, debido al corto tiempo de que se dispone
regularmente para el estudio y a que el costo del
mismo se incrementa con el tiempo. Por ello, la
investigación debe concentrarse en los subsistemas
del proyecto cuyo costo es relativamente un alto
porcentaje del costo total, ya que sus componentes
presentan posibilidades de una reducción significa-
tiva del costo.
Durante la faseinicial del análisis del valor, los
analistas deben tener un conocimiento completo
del proyecto y sus sistemas principales al realizar
una revisión rigurosa del programa, de la lista
de los requerimientos, del diseño propuesto y de
toda la información pertinente. Ellos deben definir
también las funciones o propósitos del componen-
te que va a ser estudiado y estimar los costos de
ejecución de funciones. De este modo, el analista
realiza un análisis de sistemas, como se indicó en
la sección 1.3 para los artículos que van a estudiar-
se y estima los costos iniciales de las actividades y
del ciclo de vida.
En la segunda fase del análisis del valor, los
analistas deben cuestionar la efectividad de costo de
cada componente que va a estudiarse (véase sección
1.11). También, mediante el empleo del ingenio y
técnicas de creatividad, deben generar varias alter-
nativas con el fin de que se realicen las funciones
que requieren los componentes. Luego de respon-
der las preguntas de la sección 1.3, los analistas
deben contestar las siguientes preguntas:
¿El diseño original y cada alternativa satisfacen las
necesidades de funcionamiento?
¿Cuál es el costo de instalación y del ciclo de vida
de cada componente?
¿Estará disponible cuando se necesite? ¿Se encon-
trará en su momento la mano de obra calificada?
¿Puede eliminarse algún componente?
¿Acuál de los otros componentes afecta la adopción
de una alternativa? ¿Cuál será el resultado de cam-
bios que se hagan en los costos de otros componen-
tes? ¿Habrá un ahorro neto en el costo?
Cuando se está investigando la eliminación de un
componente, los analistas deben considerar si puede
eliminarse una parte; si dos o más partes se combinan
en una y si pueden reducirse los diferentes tipos
de elementos y su tamaño. En caso de que pueden
incrementarse los costos por utilizar elementos no
estandarizados o no disponibles, los analistas deben
pensar en una alternativa más apropiada. Además, se
debe tomar en cuenta la simplificación de la construc-
ción o instalación de los componentes y cierta facili-
dad de mantenimiento y reparación.
En la siguiente fase del análisis económico, los
analistas deben evaluar críticamente el diseño ori-
ginal y las alternativas. La meta última debe ser la
aprobación del diseño original o de una alternativa,
la que ofrezca el mayor valor y presente mayor
posibilidad de ahorro. Los analistas deben presen-
tar también los costos estimados para el diseño
original y las alternativas.
En la fase final, los analistas deben preparar y
presentar al cliente o a los representantes de éste un
reporte escrito sobre el estudio, las recomendacio-
nes resultantes y las memorias de cálculo que con-
tengan la información de apoyo en detalle.
(E.D. Heller,ValueManagement:ValueEnginee-
ringandCostReduction,Addison-WesleyPublishing
Company, Inc., Reading, Mass.; L. D. Miles, Techni-
quesofValueAnalysisand Engineering, McGraw-Hill
BookCompany, New York;A. Mudge, ValueEngi-
neering,McGraw-Hill Book Company, New York;
M. C. Macedo, P. V. Dobrow, and J. J. O'Rourke,
ValueManagementfor Construction, Jolm Wlley &
Sons, Inc., New York.)
1.11 Comparaciones
económicas de sistemas
alternativos
En la evaluación de sistemas, los diseñadores o
ingenieros deben tener en cuenta no sólo los costos
Diseñodesistemas . 1.15
iniciales y del ciclo de vida, sino la recuperación
que el cliente desea obtener sobre la inversión en
el proyecto. Primeramente, a un cliente le gusta-
ría maximizar la utilidad, los beneficios o ingresos
acumulados menos los costos globales. También le
gustaría al cliente garantizar que la tasa de recupe-
ración, la relación beneficio-inversión, es mayor que
todo lo siguiente:
Tasa de rendimiento que se estima de otras oportu-
nidades de inversión disponibles
Tasa de interés al pedir dinero en préstamo
Tasa de pagarés o certificados del gobierno
Tasa de rendimiento de acciones de corporaciones
Al cliente le conciernen las tasas de interés por-
que todos los costos representan dinero que se tie-
ne que pedir prestado o invertirse de algún modo a
una tasa de interés corriente. Al cliente le importa
asimismo el tiempo, medido desde la fecha en que
se hace la inversión, porque los costos por intereses
crecen con el tiempo. Por tanto, en las comparacio-
nes económicas de sistemas debe tenerse en cuenta
la tasa de interés y el tiempo. (Los efectos de la
inflación monetaria pueden considerarse en la mis-
ma forma que el interés.)
Una comparación económica de alternativas re-
quiere por lo general la evaluación del capital inicial
invertido, el valor de rescate después de varios
años, el gasto anual y el ingreso anual. En virtud de
que cada elemento en tales comparaciones debe
asociarse con diferentes vidas útiles que se esperan
de los otros elementos, los distintos tipos de costos
e ingresos deben medirse reduciéndolos a una base
común. Esto se hace por:
1. La conversión de todos los costos e ingresos a un
costo anual uniforme equivalente
2. La conversión de todos los costos e ingresos a un
valor presente en un tiempo cero
El valor presenteesel dinero que, invertido en un
tiempocero,produciríaenun tiempoposteriorrequerido
costose ingresosa una tasade interésespecífica. (En
comparaciones económicas, la conversión debe ba-
sarse en una tasa de recuperación de la inversión
que sea atractiva para el cliente. Ésta no debe ser
menor que la tasa de interés que pagaría el cliente
si el monto de la inversión se hubiese pedido pres-
1.16 . Secciónuno
tado. Por esta razón, a la tasa de rendimiento se le
llama tasa de interés en conversiones). El cálculo
también debe basarse en una estimación real o ra-
zonable de vida útil. El valor de rescate debe tomar-
se como la recuperación que se espera de la venta o
negociación de un artículo, después de un número
determinado de años de servicio. El interés puede
considerarse compuesto anualmente.
Valor futuro 8 Con base en la suposición an-
terior, la suma que se invierte en un tiempo cero se
incrementa con el tiempo a
5 =P(l + i)n (1.6)
Valor presente 8 La solución para P de la
ecuación (1.6) produce el valor presente de la suma
de dinero 5 en una fecha futura:
P =5(1 + i)..... (1.7)
El valor presente de pagos R hecho anualmente
para n años es
P =R1-(1.+zTn
z
El valor presente de los pagos Rcontinuados inde-
finidamente, puede obtenerse de la ecuación (1.8),
haciendo n infinitamente grande:
(1.8)
P=~
i
(1.9)
Recuperación del capital 8 Un capital Pin-
vertido e~ un tiempo cero puede recuperarse en n
años haciendo pagos anuales:
R =P i =P
[
i + i
]
(1.10)
1 - (1+ z)-n (1+z)n- 1
Cuando un artículo tiene un valor de rescate V
después de n años, la recuperación del capital R
puede calcularse por la ecuación (1.10),al restar el
valor de rescate elevado V del valor presente del
capital invertido P:
R =[P - V(l + i) ]
[
i + i
]
(1.11)
(1 + zy - 1
Ejemplo: Para ilustrar el uso de las fórmulas ante-
riores, se observa la comparación económica para dos
bombas. Los costos estimados son como sigue:
Loscostosde operación, mantenimiento, reparacio-
nes, impuestos sobre la propiedad y seguros se
incluyen en el costo anual. El método del valor
presente neto se utiliza para la comparación, con
una tasa de interés i =8%.
La conversión de todos los ingresos y egresos a
valor presente debe basarse en una misma vida útil,
aunque las dos bombas tengan diferentes vidas
útiles (10 y 20 años respectivamente). Para los pro-
pósitos de la conversión, puede suponerse que en
el reemplazo de las bombas se repetirá la inversión
y los costos iniciales pronosticados para ellas. (Los
valores futuros, sin embargo, deben corregirse por
la inflación monetaria.) En algunos casos es conve-
niente, a fin de seleccionar la vida común de servi-
cio, buscar el múltiplo común de la vida útil de las
unidades que se están comparando. En otros casos,
puede ser más conveniente suponer que la inver-
sión y el costo anual continúan indefinidamente. Al
valor presente de tales costos anuales se le llama
costo capitalizado.
Para este ejemplo, una vida útil de 20 años se ha
seleccionado, ya que es el mínimo común múltiplo
de 10 y 20. Por tanto se supone que la bomba 1 será
reemplazada al final del décimo periodo a un costo
de $30 000, menos el valor de rescate. Similarmente,
se acepta que la unidad reemplazada tendrá el mis-
mo valor de rescate después de 20 años.
El cálculo en la tabla 1.2 indica que el valor
presente del costo neto de la bomba 2 es menor que
el de la bomba 1. Si el costo fuera la única conside-
ración, la adquisición de la bomba 2 sería recomen-
dada.
donde
5 = cantidad futura de dinero, equiva-
lente a P al final de n periodos, con
una tasa de interés i
i = tasa de interés
n
= número de periodos de interés
(años)
P = suma de la cantidad invertida en un
tiempo cero
= valor presente de 5
Bomba 1 Bomba 2
Costo inicial
$30 000 $50 000
Vida útil (años)
10 20
Valor de rescate $5000 $10 000
Costos anuales
$3000 $2000
Diseño desistemas. 1.17
TABLA 1.2 Ejemplo de comparación de costos de dos bombas
Inversión inicial
Valor presente del costo de reemplazo para 10 años P - Val 8% de interés
[ecuación (1.7)]
Valor presente del costo anual para 20 años al 8% de interés [ecuación (1.8)]
Valor presente de todos los costos
Ingreso:
Valor presente del valor de rescate después de 20 años al 8% de interés
[ecuación (1.8)]
Costo neto:
Valor presente del costo neto en 20 años al 8% de interés
(E. L. Grant y W. G. Ireson, Principies of Enginee-
ring Economy, The Ronald Press Company, New
York;H. G. Thuesen, W. J. Fabrycky y G. J. Thuesen,
EngineeringEconomy, Prentice-Hall, Inc., Engle-
wood Cliffs,N.J.)
1.12 Administración de riesgo
En todas las etapas de diseño y construcción, pero
en especial durante la concepción del diseño de un
proyecto, debe considerarse la probabilidad de que
en cualquiera de las etapas, desde la excavación
y nivelación del terreno hasta mucho después de
la terminación, el proyecto puede poner en riesgo la
salud o seguridad pública u ocasionar pérdidas
económicas a vecinos o a la comunidad. No sólo
deben tomarse en consideración los efectos de ries-
gos identificables, sino también las consecuencias
de eventos imprevistos como es el caso de la falla de
un componente, explosiones accidentales o incen-
dio y roturas mecánicas durante la ocupación del
proyecto.
Un peligro representa la amenaza de que puede
ocurrir un evento no deseado, posiblemente catas-
trófico; un riesgo es la probabilidad de que el even-
to puede ocurrir. La responsabilidad de calcular
tanto la probabilidad de peligro, como la magnitud
de las consecuencias en caso que ocurran los even-
tos, recae principalmente en los propietarios del
proyecto, diseñadores y contratistas, que también
son responsables de la administración del riesgo.
Esto requiere el establecimiento de un nivel acepta-
ble para cada riesgo, generalmente con información
de entrada desde oficinas gubernamentales y el
público, así como la selección de formas eficientes
en costo para evitar peligro, si es posible, o de
protección contra los riesgos para que éstos se pre-
senten dentro de niveles aceptables.
Los estudios de fallas de construcción dan infor-
mación que los diseñadores deben utilizar para evi-
tar catástrofes similares. Muchas de las lecciones
aprendidas de esas fallas han llevado a establecer
reglas de seguridad en reglamentos y especificacio-
nes de diseño estándar de varias oficinas guberna-
mentales. Estas reglas, sin embargo, generalmente
son requisitos mínimos y se aplican a estructuras
ordinarias. Los diseñadores, por lo tanto, deben
recurrir al buen juicio en la aplicación de tales re-
quisitos y deben adoptar criterios de diseño más
estrictos cuando las condiciones lo exijan.
Los diseñadores también deben aplicar buen jui-
cio para determinar el grado de protección contra
peligros específicos. Los costos de protección deben
estar en proporción con las probables pérdidas oca-
sionadas por un evento no deseado. En muchos
casos, por ejemplo, no es económico construir un
proyecto inmune a fenómenos de intensidad extre-
ma como son temblores, tomados, incendios inten-
cionales, bombas, rotura de presas o inundaciones
poco comunes. Por el contrario, debe darse plena
protección contra peligro con alta probabilidad de
ocurrir con consecuencias como lesiones personales
o pérdidas elevadas en propiedades. Tales peligros
incluyen huracanes y ventarrones, incendios, daños
ocasionados por vándalos y sobrecargas.
Bomba 1 Bomba 2
$30 000 $50000
11 580
29 454 19 636
71034 69 636
1073 2145
$69961 $67 491
1.18 . Secciónuno
Duración de proyectos por diseño _ Los
criterios de diseño para fenómenos naturales pue-
den basarse en la probabilidad de que se presenten
condiciones extremas, como se determine mediante
estudios estadísticos de eventos en lugares específi-
cos. Estas probabilidades se expresan muchas veces
como intervalos medios de reaparición.
El intervalo medio de reaparición de una con-
dición extrema es el tiempo promedio, en años,
entre apariciones de una condición igualo peor a la
condición extrema especificada. Por ejemplo, para
una localidad puede reportarse como 50 años el
intervalo medio de aparición de un viento de 60
mi/h o más. Por ejemplo, después que una estruc-
tura se haya construido en esa localidad, es muy
probable que en los siguientes 50 años sea sometida
sólo una vez a un viento de 60 mi/h o más. En
consecuencia, si se supone que la estructura tiene
una duración de 50 años, los diseñadores pueden
diseñada básicamente para vientos de 60 mi/h con
un factor de seguridad incluido en el diseño, para
protección contra vientos más fuertes de poca pro-
babilidad. Los intervalos medios de reaparición son
la base para muchas cargas mínimas de diseño en
especificaciones de diseño estándar.
Factores de seguridad _ El diseño de pro-
yectos para condiciones normales y de emergencia
siempre debe contar con un factor de seguridad
contra falla o daño de componentes. La magni-
tud del factor de seguridad debe seleccionarse de
acuerdo con la importancia de la estructura, las
consecuencias de lesiones personales o pérdidas
materiales que pudieran resultar por una falla o
rotura, y el grado de incertidumbre en cuanto a la
magnitud o naturaleza de cargas y las propiedades
y comportamiento de los componentes del proyecto
o del equipo de construcción.
Como suele incorporarse en códigos de diseño,
un factor de seguridad para variables cuantificables
de sistemas es un número mayor de la unidad, que
puede aplicarse en una de dos formas.
Una de ellas consiste en relacionar la carga
máxima permisible, o demanda, en un sistema
bajo condiciones de servicio a la capacidad de
diseño. Esta propiedad del sistema se calcula al
dividir la capacidad final, o capacidad a la falla,
entre el factor de seguridad para sostener esa car-
ga. Por ejemplo, supóngase que una viga estruc-
tural a la que se asigna un factor de seguridad
de 2 puede resistir 1000 lb antes que ocurra la
falla. La capacidad de diseño entonces es 1000/2 =
500 lb.
La segunda forma en la que los códigos aplican
factores de seguridad es relacionar la capacidad
final de un sistema a una carga de diseño. Esta
carga se calcula multiplicando la carga máxima
bajo condiciones de servicio por un factor de se-
guridad, que a veces se conoce como factor de
carga. Por ejemplo, supongamos que se necesita
una viga estructural a la que se le asigna un factor
de carga de 1.4 para cargas muertas y 1.7 para
cargas vivas, para sostener una carga muerta de
200 lb Yuna carga viva de 300 lb. Entonces, la viga
debe tener una capacidad de 1.4 x 200 + 1.7 x 300 =
790 lb, sin fallar.
Si bien ambos métodos alcanzan el objetivo de
proporcionar capacidad de reserva contra condicio-
nes imprevistas, el uso de factores de carga ofrece
la ventaja de mayor flexibilidad en el diseño de un
sistema para una combinación de cargas diferentes,
debido a que se puede asignar un factor de carga di-
ferente a cada tipo de carga. Los factores se pueden
seleccionar de conformidad con la probabilidad de
que presenten sobrecargas y efectos de otras incer-
tidumbres.
2
FrankMuller
President.MetroMediationServices,Ud.
andCounselto Goetz,Fitzpatrick& Flynn
NewYork,NewYork
Administración
del trabajo
de diseño
L
a administración del trabajo de diseño
se encuentra dentro de la esfera de ac-
tividad de los ingeIÚeros. Por tanto, es
importante considerar la diversidad y
los tipos de actividades dentro del diseño a las
cuales los profesionistas dedican sus esfuerzos.
El papel básico del ingeIÚero consiste en poner
al servicio de la humaIÚdad los principios científi-
cos y otros conocimientos. Para llevar a cabo esto, a
la administración del diseño le interesa la utiliza-
ción adecuada del trabajo humano, de la energía y
las habilidades técnicas, con el fin de satisfacer las
necesidades presentes y futuras de la economía.
2.1 ¿En dónde se emplean
los ingenieros civiles?
Los principales campos de trabajo para los ingeIÚe-
ros son:
Campo académico _ Para muchos ingenie-
ros, la docencia es lo primero y lo último en su
carrera. Sin embargo, muchos otros dedican a la
enseñanza unos pocos años de sus carreras o sólo
parte de su tiempo, por ejemplo, enseñando en
cursos vespertinos.
Muchos profesores se emplean también como
consejeros en la industria y en las empresas de
asesoría. Así se mueven dentro de la esfera de ac-
tividad del proyectista. Más aún, muchos depar-
tamentos UIÚversitarios son contratados por el
gobierno y la industria para realizar proyectos de
investigación. Como consecuencia, los departa-
mentos, en esencia, actúan como firmas privadas
que desempeñan servicios profesionales. Los ad-
ministradores UIÚversitarios tienen que trabajar
con presupuestos y negociar contratos, determi-
nar los gastos reembolsables y cumplir progra-
mas. También tienen que resolver otros asuntos
administrativos que son parte de la administra-
ción de proyectos de diseño.
Industria _ Las empresas industriales que
manejan un gran volumen de transacciones tienen
ingeIÚeros en sus departamentos de asesoría. Sin
embargo, el papel de tales ingeIÚeros es variable.
Una empresa con capacidad productiva y, en con-
secuencia, con instalaciones de planta, debe tener
un ingeniero de planta y un asesor que aseguren la
2.1
2.2 .Seccióndos
operación y el mantenimiento adecuados de la fá-
brica. En muchas industrias, los ingenieros de plan-
ta también son útiles a sus patrones en el campo del
diseño. Por ejemplo, si se ha de instalar un nuevo
equipo en una planta ya existente, no solamente se
le debe proporcionar espacio, sino que deben resol-
verse cuestiones de ingeniería. Las típicas pregun-
tas son las siguientes: ¿los cimientos son adecuados
para soportar las nuevas cargas? ¿Se requieren nue-
vos servicios de agua, alcantarillado, etc.? ¿Es ade-
cuado el actual suministro de energía eléctrica? Más
aún, es posible que se tenga que construir un nue-
vo edificio para albergar el equipo. Así, las activida-
des y responsabilidad normales de un ingeniero de
planta con frecuencia lo conducen al campo del
diseño.
Debido a su tamaño, crecimiento y necesidades
especializadas, muchas industrias tienen sus pro-
pios departamentos de ingeniería y diseño. Tales
departamentos desempeñan las mismas funcio-
nes profesionales que una empresa de ingeniería
privada, pero con una diferencia básica: el inge-
niero que trabaja en la industria sólo lo hace para
un cliente, en tanto que la firma proyectista trabaja
para muchos. Puesto que a los departamentos de
ingeniería les afectan muchas de las actividades
administrativas que realiza una firma proyectista,
tales departamentos pueden ser organizados de
una manera similar. El departamento de ingenie-
ría estará organizado en tal forma que opere con
eficiencia para satisfacer sólo las necesidades es-
pecializadas de su patrón industrial.
Gobierno 8 Lo mismo que los ingenieros que
trabajan en la industria, los ingenieros que trabajan
en el gobierno lo hacen para un solo cliente: su
patrón. El gobierno es la organización más gran-
de que emplea arquitectos e ingenieros. Además,
la mayoría de los estados, ciudades, pueblos y or-
ganismos públicos tienen ingenieros y arquitectos
dentro de su departamento de asesoría y como
empleados suyos. Estos profesionales desempeñan
diversas funciones que abarcan tanto las activida-
des de diseño como las administrativas.
Las dependencias y autoridades gubernamenta-
les tienen departamentos de ingeniería y arquitec-
tura que desempeñan el trabajo básico de diseño y
de esta manera actúan como empresas de servicios
profesionales dentro de dichas dependencias. Tales
organizaciones no necesitan contratar consultores
privados, excepto cuando se van a realizar trabajos
especializados. Por otra parte, estas dependencias,
ya sea que tengan una capacidad de proyecto pro-
pia o no, emplean a profesionales que trabajan en
diferentes niveles administrativos. Estos niveles in-
cluyen la administración y supervisión de proyec-
tos así como la revisión de las actividades de diseño
básico y de construcción. La administración de
los proyectos de ingeniería requiere en todos los
niveles los servicios de profesionales, desde los ayu-
dantes de asesoría hasta los administradores y em-
pleados de alto nivel, en quienes se ha delegado la
responsabilidad de la implantación de los proyectos
públicos.
En los servicios públicos, el ingeniero puede ser
tanto el proyectista como el cliente.
Ingenieros contratistas 8 Este término se
refiere a las empresas constructoras que se dedican
tanto a la ingeniería de diseño como a labores de
contratista. Aunque hay muchas que usan el título
de ingeniero contratista y sólo realizan trabajo de
construcción, aquí se analizan las empresas que
de verdad aceptan realizar proyectos globales: pro-
yectos que abarcan diseño y construcción bajo un
solo contrato.
Las industrias de procesos y de servicios públi-
cos son las que con más frecuencia acostumbran
otorgar contratos globales. A estas industrias les
interesa principalmente el producto final, como la
cantidad de barriles de petróleo refinados o la can-
tidad de kilowatts-horas producidos. Los ingenie-
ros asesores de la compañía que está construyendo
una planta establecen los criterios de diseño que el
ingeniero contratista ha de satisfacer. Debido a la
naturaleza especializada de estas industrias, el in-
geniero contratista emplea a su vez a diseñadores
que tengan un conocimiento especializado de los
procesos, con el fin de desarrollar el diseño más
económico y eficiente. Los ingenieros contratis-
tas licitan normalmente sobre especificaciones de
operación, y preparan los proyectos detallados ne-
cesarios para la construcción. Otras operaciones
globales incluyen aquellas que combinan la adqui-
sición del terreno, el diseño y la construcción de
edificios comerciales e industriales y, en ocasiones,
también el financia miento.
El diseño lo realiza la misma organización, o
división dentro de ella, que construye el edificio
o presta el servicio. Aunque depende de una diver-
sidad de factores, hay ventajas y desventajas en este
servicio combinado, si se lo compara con la división
r-
de responsabilidad entre una firma proyectista y.
una constructora.
Contratistas 8 Ún equipo tradicional para
proyectos de construcción está formado por tres
partes: el propietario o cliente, el diseñador y el
contratista general (en inglés general contractor, GC).
Una vez que el cliente haya otorgado un contrato
general de construcción, el GC empleará a los sub-
contratistas y obreros especializados. Algunas for-
mas de contratar, sin embargo, requieren de varios
contratistas "de primera" en lugar de un Gc. En ta-
les casos, el propietario suele contratar directamen-
te con obreros especializados importantes, como
son los de instalaciones de calefacción, ventilación
y aire acondicionado; electricistas; plomeros y de
instalaciones de transporte verticales. Del mismo
modo, en algunas situaciones, por ejemplo para un
proyecto administrado por un gerente de construc-
ción (en inglés construction manager, CM), el propie-
tario puede emplear varios contratistas de primera
clase, cuyos contratos individuales serán coordina-
dos y manejados por el CM. La mayoría de los con-
tratistas operan en una región geográfica limitada.
Ya sea que realicen una construcción como GC,
contratistas de primera clase o como subcontratis-
tas, estas compañías emplean ingenieros de una
amplia variedad de disciplinas, por lo cual hay
muchas oportunidades de empleo para ingenieros
con contratistas. Además, la naturaleza de la contra-
tación de construcciones es tal, que dará muchas
oportunidades para que los ingenieros adquieran
derechos de propiedad.
Ingenieros consultores 8 Este experto se
define como "profesional experimentado en la apli-
cación de los principios científicos a los problemas
de ingeniería". Como profesionales, los ingenieros
consultores tienen el deber de servir tanto al público
como a sus clientes. Además de prestar un servicio
profesional, el ingeniero consultor también está a la
cabeza de un negocio. La consultoría de ingeniería
se practica por individuos, asociaciones y socieda-
des anónimas, muchas de las cuales tienen grandes
departamentos de consultoría formados por profe-
sionales, dibujantes y personal de apoyo. Inde-
pendientemente de la forma de organización de la
empresa, el producto final que recibe el cliente con-
serva las mismas características profesionales y sa-
tisface las mismas normas de calidad. En general,
los ingenieros consultores suelen tener varios clien-
Administración deltrabajodediseño . 2.3
tes y deben seleccionar los métodos de operación
que satisfagan mejor las necesidades propias y las
de sus clientes.
Gerentes de construcción 8 La adminis-
tración y coordinación de proyectos de construc-
ción como representantes de los propietarios, es
decir, la acción fungir como gerentes de construc-
ción (en inglés construction manager, CM), es la
especialidad o disciplina principal de muchas em-
presas. Aunque ingenieros y arquitectos son los
profesionales tradicionales empleados por tales
empresas, la administración de la construcción es
un campo técnico definido por separado. Los tra-
bajos y funciones de los gerentes de construcción,
ya sean parte de un convenio profesional de servi-
cio o de un contrato de precio máximo garantizado
(en inglés guaranteed-maximum-price, GMP), son
campos de.trabajo bien establecidos.
Otros 8 Hay muchas firmas especializadas
que prestan sus servicios en el campo de la indus-
tria privada, pero limitan sus actividades a servi-
cios específicos de especialización. Estas empresas
o profesionistas por su cuenta pueden clasificarse
apropiadamente bajo cualquiera de las definicio-
nes amplias del ramo, pero como ingenieros limi-
tan sus actividades profesionales. Por ejemplo,
algunas compañías efectúan sólo servicios de esti-
mación de costos (ingenieros consultores o admi-
nistradores de la construcción) los cuales actúan
como consultores de la construcción, sirviendo
como supervisores o especialistas en un área téc-
nica, con el solo propósito de servir como peritos
en un litigio de construcción.
2.2 Formas de organización
de ingenieros asesores
Los ingenieros consultores pueden practicar su pro-
fesión como individuos, en asociaciones o en socie-
dades anónimas.
Empresa individual 8 Esta forma de orga-
nización es la más simple; tiene pocas complica-
ciones legales y permite al propietario ejercer un
control directo sobre las operaciones. Sin embargo,
puesto que opera sobre una base personal, esta clase
de empresa tiene algunas limitaciones ya que sus
actividades están restringidas en esencia a los es-
fuerzos de una sola persona.
2.4 . Seccióndos
Aunque conduce el negocio como propietario
único, un ingeniero consultor puede tener algunos
empleados. Entonces, como patrón, el ingeniero
está a la cabeza de un negocio y tiene que encarar
los problemas inherentes a ello. Puesto que los in-
genieros asesores representan entidades legales al
dirigir y administrar un negocio, también son res-
ponsables de las obligaciones que tiene una empre-
sa y todos los contratos se hacen a sus nombres. Los
ingenieros consultores son responsables de todas
las deudas, y pueden quedar obligados por ellas y
responden con todos sus activos, comerciales o per-
sonales. Sin embargo, todas las utilidades las gana
íntegramente el ingeniero consultor, quien no está
obligado a distribuir sus ganancias o a rendir cuen-
tas de sus dividendos a otros socios, como en el caso
de una asociación o de una sociedad anónima.
Asociaciones _ La forma más común de or-
ganización de los ingenieros consultores es una
asociacióno sociedad, esto es, una reunión de dos o
más profesionales que combinan sus esfuerzos y
talentos, con el objeto de servir a sus clientes en
forma más amplia y/ al estar capacitados para pro-
porcionar más servicios, poder ofrecerlos a una
clientela más amplia. Por lo general, cada socio es
responsable de un área específica. Según la comple-
jidad/ la administración del negocio se le asigna a
un socio, el socioadministrativo.
Una asociación conserva la identidad de cada
profesional por separado, y la forma básica de su
estructura legal es semejante al tipo de organización
en donde un solo individuo es el propietario. En lu-
gar de que sea una sola persona la que asuma todas
las obligaciones del contrato, todos los pasivos,
adeudos y utilidades, en este tipo de organización
todo es compartido por los socios. La participación
de los socios en el negocio no necesariamente debe
ser distribuida por igual. La participación en la
empresa puede distribuirse entre los socios como
ellos lo deseen. Por ejemplo, uno de los asociados
puede ser el propietario de más del 50% de la com-
pañía y estar en una posición semejante a los accio-
nistas mayoritarios de una sociedad anónima.
Las asociaciones, aunque en el pasado predomi-
naban en la ingeniería y otros campos como son la
arquitectura, contabilidad y leyes, están cayendo en
el desuso. La mayor parte de las organizaciones
de ingeniería que operaban como asociaciones se
han reorganizado en sociedades anónimas. Desde
el punto de vista de los negocios, las asociaciones
tienen varias desventajas que hacen que muchas
empresas se registren en lugares o países donde la
práctica de las sociedades anónimas no se encuen-
tra restringida.
Una desventaja de las asociaciones es que cada
socio responde, hasta con todas sus propiedades
personales, por un acto erróneo de cualquier socio
en el curso de sus negocios. Otra desventaja es que
una asociación termina con la muerte o retiro de un
socio, a menos que se tomen providencias en el
convenio. Además, no tiene la flexibilidad de una
sociedad anónima para los programas completos de
prestaciones a empleados ni cláusulas para una
participación de empleados importantes.
Aun cuando en Estados Unidos una asociación
es una entidad que no paga impuestos, los socios
como individuos pagan impuestos sobre utilidades.
Ésta no es necesariamente una desventaja, pero
puede ser una consideración excelente en la selec-
ción de una organización en activo.
Del mismo modo, aun cuando un profesional no
puede limitar la responsabilidad personal por erro-
res u omisiones profesionales en una estructura
corporativa, la proliferación de litigios en la indus-
tria ha hecho más ventajoso que ingenieros operen
como sociedades anónimas y no como empresas o
asociaciones.
Sociedades anónimas _ En E. U. la mayo-
ría de las empresas con varios trabajadores, ya sean
corporaciones generales o profesionales, dependen
de las leyes del estado en el cual laboran. Los pro-
fesionales de la construcción de más de un estado
deben tener en cuenta las variaciones de las normas,
para asegurar la aprobación de los requerimientos
profesionales (licencias), y la ejecución de la prácti-
ca administrativa (registro del negocio, certifica-
ción/ declaración de impuestos, etcétera).
La mayoría de los estados en E. U. permite la
formación de sociedades anónimas de ingenieros
profesionales que se forman, en general, con el pro-
pósito de ejercer la ingeniería sólo en ciertas condi-
ciones: como que la propiedad y la administración
de la compañía estén en su totalidad en manos de
profesionales o/ cuando menos, que las acciones
mayoritarias sean propiedad de profesionales. En
E. U. en muchos estados, la legislación que autoriza
la formación de tales sociedades anónimas ha sido
aprobada de tal manera que dé a los profesionales
no sólo de ingeniería, sino también de otras profe-
siones/ los beneficios y la protección que se otorga
r
I
cuando un negocio se administra en esta fonna.
Aunque la legislación permite esta práctica mercan-
til, también incluye al¡wnos requisitos estructura-
dos, de tal manera que se proteja al público de que
las personas no calificadas ejerzan una profesión al
amparo de una sociedad anónima.
Con tales requisitos de protección, se puede con-
servar la identidad profesional en las operaciones
de la sociedad anónima. Por tanto, si las condiciones
lojustifican y lo permite la ley del lugar, las organi-
zaciones de ingeniería deben considerar el ejercer
bajo la fonna de una sociedad anónima. Sin embar-
go, las ventajas que se logran son principalmente
comerciales. La estructura de la administración de
la organización se aclara. La responsabilidad está
definida. Las prestaciones a los empleados son más
variadas. Existen oportunidades de participar en las
utilidades, de que se pongan en práctica planes de
retiro realistas, y de que los empleados compren ac-
ciones de la empresa. Asimismo, la responsabilidad
personal de los administradores queda limitada a
los activos de la sociedad, aunque continúan siendo
responsables de sus propios actos profesionales y
no pueden usar la estructura anónima de la empre-
sa como un escudo que los proteja de la responsa-
bilidad de sus errores y omisiones profesionales.
Cada fonna de ejercer la ingeniería se ha de
evaluar con base en sus propios méritos. Una estruc-
tura de sociedad anónima para un profesional con
una clientela pequeña no está justificada, pero otro
profesional con un gran volumen de transacciones
que pueden delegarse a subordinados puede en-
contrar ventajosa esta forma de asociación. Para
algunas empresas, las ventajas que se obtienen en
una sociedad anónima con respecto a los impuestos
pueden ser más beneficiosas que si operaran con
una sociedad. (En E. U. para fines del pago de
impuesto sobre productos del trabajo, un negocio
pequeño, que llene ciertos requisitos, puede elegir
ser gravado como una sociedad, práctica que es
ventajosa para la empresa pequeña.)
2.3 Clientes de los servicios
de ingeniería
Cada cliente y cada proyecto tiene necesidades par-
ticulares. He aquí varias clases de clientes:
Gobierno federal _ Comoel patrón más im-
portante de los ingenieros y como el contratante
más grande de sus servicios y productos, el gobier-
Administración deltrabajodediseño . 2.5
no federal es un cliente potencial para la mayoría de
las empresas diseñadoras. Para calificar como pro-
veedor de una dependencia gubernamental, una
empresa debe llenar un cuestionario periódicamen-
te y entregado a la dependencia; el cuestionario
detalla la organización de la empresa, el personal
clave (su educación y experiencia), las áreas de
capacidad especial y experiencia (incluso los pro-
yectos terminados). La preparación de tales datos
lleva tiempo. Sin embargo, muchas dependencias
gubernamentales han nonnalizado sus requisitos
de tal manera que puede usarse varias veces el
mismo cuestionario.
En Estados Unidos, dentro del gobierno federal,
el cuestionario estándar para arquitectos e ingenie-
ros se utiliza por la mayoría de las dependencias
que contratan servicios profesionales. Esta fonna
(Standar form, SF 254) presenta sumariamente los
datos básicos que describen experiencia y compe-
tencia de los profesionales individuales e identifica
la competencia de la empresa, la experiencia y áreas
de especialización. Además, muchas dependencias
han establecido bancos de datos computarízados,
que utilizan la infonnación contenida en las fonnas
de calificación estándar, con el fin de simplificar
tanto sus registros como la búsqueda de empresas
profesionales competentes que sean útiles a las ne-
cesidades de un proyecto especifico.
Además de la SF 254, estas agencias utilizan la
SF 255, que es un complemento de la anterior y se
requiere presentar para obtener trabajos. Esta for-
ma requiere de la identificación del personal asig-
nado al proyecto y también probar su experiencia
con el proyecto o programa.
Cuando en E. U. una dependencia gubernamen-
tal necesita servicios de diseño externos, busca en
sus archivos y selecciona a un grupo de compañías
con la capacidad particular necesaria para el pro-
yecto. Todos los nuevos proyectos se publican en el
Commerce Business Daily (CBD), con el fin de que las
partes interesadas puedan someter a revisión su
capacidad. Después de revisada, la dependencia
puede pedir, en caso necesario, más detalles de
algunas empresas y realiza entrevistas a los aspiran-
tes, antes de elegir un consultor.
Obras públicas que no son del gobierno
federal _ Las obras públicas que no son realiza-
das por el gobierno federal están dentro de los
dominios de los estados, condados, ciudades y
municipios. El grupo contratante varía, según la
2.6 . Seccióndos
naturaleza y alcance de la obra. En general, los
ingenieros trabajan bajo la jurisdicción de un depar-
tamento de ingeniería de la dependencia guberna-
mental. Sin embargo, algunas veces los estados y las
ciudades establecen departamentos que adminis-
tran, construyen, operan y conservan los proyectos.
Por ejemplo, en E. U. muchos estados tienen depar-
tamentos independientes que se encargan de la
construcción y operación de caminos de cuota, de
acceso limitado, de puertos, de puentes y túneles, y
de los edificios públicos, como los de las escuelas
y universidades. Estas autoridades, lo mismo que
las dependencias públicas, tienen diferentes méto-
dos' de operación. Algunos realizan internamente
todo o casi todo el diseño, es decir, rara vez contra-
tan consultores externos. Otros contratan a ingenie-
ros asesores durante la mayor parte del proyecto.
Áreas considerables de las actividades de la in~
geniería caen dentro de las funciones de las depen-
dencias regionales, como las que se encargan del
transporte público, drenaje o suministro de agua
potable; estas dependencias están establecidas en
ciertas regiones y su misión consiste en llevar a cabo
obras públicas especificas. Tales dependencias con-
tratan consultores que realizan los trabajos necesa-
rios de ingeniería para ejecutar las obras públicas, o
establecen una oficina interna que desempeñe las
mismas funciones.
Industria, comercio, residencias e institu-
ciones _ La construcción para estos fines varía
con las condiciones económicas y otros facto~es, y
las oportunidades de empleo en estos campos de
actividad varían como corresponde. La construc-
ción de residencias ocupa una parte importante del
producto interno bruto de los Estados Unidos; pro-
porciona muchas oportunidades de empleo para
ingenieros y trabajadores de la construcción. Aun
cuando las casas para una familia, que comprenden
un segmento importante del mercado residencial,
son construidas por particulares y pequeñas empre-
sas, los ingenieros juegan un papel en este campo
ya sea como constructores o en trabajos relaciona-
dos, como son levantamientos topográficos, servi-
cios públicos y servicios de apoyo.
Profesionales _ Muchos ingenieros consul-
tores tienen como clientessólo a otros profesionales
de la industria de la construcción. Con mucha fre-
cuencia, estos ingenieros se especializan en una
faceta del proyecto, como la ingeniería mecánica o
la estructural. Estas empresas prestan la mayoría de
sus servicios bajo contrato a los arquitectos o inge-
nieros que son contratados por otros clientes para
realizar el diseño de un proyecto, aunque dentro de
sus propias empresas tengan la capacidad de sus
propias especialidades.
Por otra parte, los profesionales se prestan servi-
cio unos a otros dentro de sus propios campos
de competencia. Los ingenieros pueden contratar
como asesores a otros ingenieros, con objeto de
complementar su propia capacidad, ya sea por
los conocimientos o experiencia o para la compro-
bación independiente de los análisis y cálculos de
sus propias empresas.
Otros clientes _ Algunas veces, un propieta-
rio puede contratar a un ingeniero para proyectos
que pueden requerir desde sólo unas pocas horas
de atención hasta el diseño de toda una construc-
ción. Los abogados, por ejemplo, consultan a los
ingenieros tanto comolos ingenieros buscan el con-
sejo profesional de los abogados. Asimismo, con
frecuencia los ingenieros atestiguan como peritos
sobre asuntos técnicos.
2.4 Alcance de los servicios
de ingeniería
La actividad de los ingenieros de diseño es muy
amplia, va desde un simple consejo hasta la inspec-
ción de una obra, o la preparación de los planos
y especificaciones. Aunque estén calificadas para
prestar una diversidad de servicios, muchas empre-
sas limitan el alcance de los mismos y se espe-
cializan en un campo en particular. Por ejemplo,
algunos ingenieros sólo ofrecen servicios de diseño
estructural o asesoría en cimentaciones.
Acontinuación se proporciona un sumario de los
servicios prestados por las empresas de ingeniería:
Consejo y consulta _ Esta fase comprende
sólo la opinión del consultor basada en la experien-
cia y en el conocimiento técnico. Normalmente, el
diseño detallado no es un elemento que se incluya
en esa fase, sino que el ingeniero sólo aconseja a su
cliente acerca de las ventajas de llevar a cabo un
nuevo proyecto y acerca de las consideraciones téc-
nicas al respecto; u opina acerca de lo aconsejable
de llevar a cabo más estudios, con el fin de determi-
nar las reparaciones necesarias o rehabilitar una
estructura ~istente.
Investigaciones y análisis técnicos _
Después de la consulta inicial, el ingeniero es
contratado para hacer estudios detallados, como
exploraciones físicas del terreno, sondeos, medi-
ciones topográficas y estudios hidrográficos. Se
consideran los métodos posibles de construcción;
también, la preparación de un estudio de factibili-
dad. En este informe normalmente se toman en
cuenta los aspectos tanto económicos como de
ingeniería. Ambos aspectos han de examinarse
para facilitar al propietario el decidir si lleva a
cabo el proyecto o no.
Análisis ambiental _ La National Environ-
mental Protection Act (ley nacional para protección
del ambiente) de 1969 produjo un cambio conside-
rable en la práctica de la ingeniería en los E. V.
Como resultado de esta legislación, debe protocoli-
zarse una Environmental Impact Statement, EIS (de-
claración sobre impacto ambiental) antes de poner
en práctica el diseño. La preparación de la EISnece-
sita estudio y análisis detallados para evaluar y
determinar el impacto ambiental del proyecto que se
planea. Los efectos ambientales tanto a corto como
a largo plazos deben considerarse, así como la alter-
nativa de no construir. La preparación y desarrollo
de una EIS requiere el esfuerzo de especialistas tales
como arqueólogos, biólogos y economistas, que in-
tegren los estudios y planes necesarios. Por el con-
trario, algunos proyectos proceden de inmediato a
la fase de diseño al demostrar que no producen
efectos ambientales adversos. La necesidad de cum-
plir con la National Environmental Act, cambió la
planificación, desarrollo y análisis de obras públicas
en E. V., Yagregó una nueva dimensión al plantea-
miento y a los estudios requeridos en proyectos de
ingeniería.
La legislación y reglamentos federales y estatales
estadounidenses, así como las resoluciones de juz-
gados, tienen impacto sobre la urbanización de la
mayor parte de terrenos y de diseños nuevos. La le-
gislación federal comprende la Environmental Res-
ponse, Compensation, and Liability Act, CERCLA (ley
de responsabilidades de compensación y respuesta
ambiental) conocida como Superfund, la Water Po-
llution Control Act (ley para control de la contamina-
ción del agua), conocida como la Clean Water Act, la
Clean Air Act (ley contra la contaminación del aire)
y la Resource Conservation and Recovery Act (ley para
recuperación y conservación de recursos). Estas le-
yes y reglamentos subsecuentes afectan no sólo el
Administración deltrabajodedisefio . 2.7
desarrollo del diseño para nuevos proyectos, sino
que también puede requerir de modificaciones y
alteraciones de instalaciones ya existentes, como fue
el caso con la remoción de partes de asbesto que se
había instalado en edificios.
Planificación _ Si, sobre la base del informe
de factibilidad u otra información, el propietario
decide proseguir con el proyecto de construcción,
se inicia la fase de planificación. Esta fase debe
considerarse independientemente del diseño. Si,
por ejemplo, se va a desarrollar una planta indus-
trial o un complejo de estructuras, la planificación
incluye los bocetos preliminares y un plan maestro
del proyecto propuesto. Con un plan maestro, el
propietario puede dividir el proyecto en etapas
y programar la construcción de acuerdo con el ca-
pital disponible.
Diseño _ Esta fase se subdivide en la elabora-
ción d~ los diseños esquemáticos, preliminares y fi-
nales. Al final de cada etapa se revisa, junto con el
propietario, el trabajo realizado; también puede efec-
tuarse una revisión continua, con el fin de que el
propietario pueda visualizar el avance de los reque-
rimientos y permitir que haga cambios y adiciones
necesarios. Los documentos completos del proyecto
consisten en los planos detallados, en las especifica-
ciones y en los contratos de construcción (Secs. 3.2 Y
3.4). El papel del diseñador no termina al completarse
el diseño final. En general, el diseñador actúa como el
representante del propietario al aceptar las propues-
tas de construcción de los contratistas, al otorgar los
contratos y al administrar dichos contratos de cons-
trucción.
Administración e inspección de construc-
ciones _ Después de la etapa de asignación de
contrato y licitación, el papel del ingeniero com-
prende la administración general del contrato de
construcción y actuar como representante del pro-
pietario. El alcance de servicios se define en las
condiciones generales del contrato de diseñó. Gene-
ralmente esta fase del trabajo comprende repre-
sentación limitada o cláusulas en el lugar de la
construcción para un ingeniero, inspector o repre-
sentantes residentes, a tiempo completo, para el
proyecto. Lainspeccióny consulta periódica duran-
te la construcción son normalmente parte de las
obligaciones del diseñador bajo el contrato de dise-
ño. Estas labores comprenden visitas periódicas al
2.8 . Seccióndos
lugar de la construcción; la distribución de dibujos
para aclarar dudas, si se hacen necesarios; compro-
baciones de catálogos de equipos y de dibujos del
taller del contratista, en apego a los documentos
del contrato. La representación a tiempo comple-
to en el lugar de la construcción, contratada por
separado como adición a los servicios del diseño,
consta de un ingeniero y de personal cuyo número
depende de la naturaleza, magnitud y complejidad
del proyecto. La función principal del ingeniero del
lugar de construcción, y del personal, es inspeccio-
nar que el trabajo se apegue a los requisitos del
contrato, a los documentos y al concepto del diseño.
Administración de la construcción _
Debido al crecimiento, complejidad y espiral infla-
cionaria de los costos de construcción, los servicios
para administrar la construcción han evolucionado
tanto en el campo tradicional de la asesoría como en
la contratación de servicios y en la administración
de los proyectos de construcción. Vn administra-
dor de la construcción, que con frecuencia es con-
tratado casi al mismo tiempo que el diseñador
del proyecto, puede iniciar su trabajo al princi-
pio del diseño. Los servicios de un administrador
de la construcción incluyen la revisión y análisis del
programa básico, la revisión y evaluación del dise-
ño, la programación (CPM y PERT), la estimación
de los costos, la evaluación de la ingeniería, el aná-
lisis de las ofertas de los contratistas, la selección del
contratista, la inspección detallada de la construc-
ción, la coordinación de tareas y de los contratistas,
el control de costos y la administración del progra-
ma. Al actuar como un agente del propietario, el
administración de la construcción puede desempe-
ñar todas o algunas de estas tareas, con objeto de
asegurar al propietario el control global y presu-
puestal del proyecto.
Otros servicios _ Entre los otros servicios
prestados por las empresas de ingeniería se en-
cuentran la preparación de informes técnicos; los
estudios de investigación, como levantamientos to-
pográficos de propiedades con objeto de establecer
títulos de propiedad; estudios de evaluación y cla-
sificación; avalúos de propiedades y de edificacio-
nes; testificar como -expertos en los juzgados; y
prestar servicios en el campo económico a la indus-
tria, las instituciones financieras y las dependencias
públicas.
2.5 Selección de asesores
Vn asesor o consultor prefiere no concursar sus
servicios. La lógica de esto es evidente. Puesto que
los asesores prestan servicios profesionales, es im-
posible fijar una base comparativa para evaluar
las propuestas competitivas. Más aún, si los ase-
sores fueran seleccionados sobre la base de lo que
cobran, el propietario, al contratar a la propues-
ta más baja independientemente de la capacidad
profesional, se arriesga a comprar un servicio .in-
competente. Ya que los honorarios pagados a
un asesor son un pequeño porcentaje del costo
total del proyecto, es conveniente aconsejar al
propietario que pague adecuadamente por tales
servicios y obtenga así los mejores servicios profe-
sionales. Durante muchos años, en E. V. organiza-
ciones profesionales publicaron normas y criterios
para catálogos de honorarios. También ciertas mu-
nicipalidades, como la de la ciudad de Nueva
York, siguen conservando curvas y catálogos de
honorarios que se utilizan para establecer honora-
rios máximos pagados a diseñadores y consulto-
res por diversos tipos de trabajo.
Las negociaciones de los honorarios y su costo
competitivo han sido estudiados por diversas de-
pendencias gubernamentales estadounidenses y
han cambiado en la Corte de Justicia como resultado
de los decretos administrativos antimonopólicos.
Vna consecuencia de esto ha sido que la American
Society of Civil Engineers eliminó de su código de
ética una cláusula que calificaba de falta de ética
licitar los servicios profesionales. Otra consecuencia
es que sea una práctica común seguir los siguientes
pasos al seleccionar a un asesor profesional:
1. Revisión de la competencia de varias empresas
y evaluación de las mismas respecto de los re-
quisitos del proyecto. Como resultado de sus
experiencias pasadas, un propietario debe saber
cuáles son las empresas que le convienen; pero
si no es así, hará bien en solicitar información a
las organizaciones profesionales, como el Ame-
rican Consulting Engineers Council o la Ameri-
can Society of Civil Engineers en E. V., quienes
le proporcionarán una lista de empresas reco-
mendadas. Los propietarios que no tienen expe-
riencia en la selección de asesores harían bien en
solicitar consejo a asociados de sus propias in-
dustrias, y solicitarles una lista de empresas re-
comendadas.
2. Selección de no más de seis (normalmente tres)
empresas con la experiencia y conocimiento ne-
cesarios para llevar a cabo el trabajo.
3. Solicitar a las empresas seleccionadas datos de-
tallados concernientes a sus capacidades y habi-
lidades para llevar a cabo el proyecto. Dentro de
este punto, también se pide a las empresas infor-
mación relativa al tamaño del cuerpo de aseso-
res, la disponibilidad que tiene su personal para
ser asignado al proyecto y su experiencia en
áreas similares de trabajo. También se entrevista
a las empresas.
4. Selección de la compañía más calificada para
llevar a cabo el proyecto. También el propietario
debe considerar una o dos empresas adicionales,
en orden de conveniencia, en caso de que no
pueda negociarse el contrato con la primera elec-
ción.
5. Notificación de su elección a la compañía esco-
gida, negociación de los honorarios y firma de
un contrato de servicios profesionales a realizar;
si no puede llegarse a unos honorarios mutua-
mente convenientes, terminan las negociaciones
con esta empresa y se inician con la selección
núm. 2. (Por razones éticas, para evitar el conflic-
to de intereses, un asesor no negociará con un
propietario si aún están pendientes las negocia-
ciones con otra compañía. Como consecuencia,
primero se deben terminar las negociaciones con
la primera empresa.)
En muchos casos, especialmente en el sector pú-
blico, el propietario puede requerir que se establezca
el costo de los servicios antes de seleccionar un con-
sultor. En tales casos, hay muchas formas en las que
se puede incluir el costo como parte del proceso de
evaluación. Una de ellas consiste en incluir el costo
estimado como uno de varios factores ponderados de
evaluación con otras calificaciones técnicas y profe-
sionales. Otra consiste en utilizar un sistema de dos
sobres. Esto requiere que se remita al propietario el
costo de servicios en un sobre y la información de
conocimientos técnicos en otro sobre. El propietario
abre primero el sobre con la información sobre cono-
cimientos técnicos y evalúa estos datos, luego abre el
sobre con la información sobre costos y toma éstos en
cuenta en el proceso de selección total.
Para determinar cuál es la compañía más conve-
niente para hacerse cargo del proyecto, un propie-
tario debe considerar las calificaciones técnicas, la
aptitud para absorber una carga de trabajo adicio-
Administración deltrabajodediseño . 2.9
nal en relación con la capacidad de la empresa y con
el volumen de trabajo existente, la experiencia, la
reputación, el estado financiero y los logros alcan-
zados en cambios afines.
Puesto que el costo de cualquier servicio es im-
portante para un propietario, se han de establecer
honorarios equitativos por los servicios que se pres-
tarán. Un dicho entre los propietarios es: "Se reciben
los servicios profesionales por los cuales se paga".
Si los honorarios son pequeños, los servicios pres-
tados serán reducidos. Durante el desarrollo de un
proyecto, es importante para el propietario recibir
un consejo profesional completo y competente. Si se
hace esto, los propietarios pueden estar seguros de
que sus proyectos serán diseñados económica y
eficientemente y de que los honorarios pagados por
los servicios profesionales apropiados son una bue-
na inversión.
2.6 Contratos y honorarios
por servicios de diseño
Los intereses del propietario o cliente y del profe-
sional de diseños se reflejan en el contrato del dise-
ño, o convenio, que debe ser por escrito. Éste debe
definir las obligaciones y responsabilidades de cada
una de las partes del convenio, y debe también
describir los requisitos de todo el proyecto.
En E. U. hay varios convenios estándar para con-
tratar servicios de diseños, por ejemplo los elabora-
dos por el American Institute 01Architects y los que
han sido formulados bajo los auspicios de varias or-
ganizaciones de ingeniería. Los convenios estándar
citados en último término incluyen documentos ex-
pedidos por el EngineersJoint Contract Document Com-
mittee (EJCDC, Comisión Conjunta de Documentos
de Contratos de Ingeniería), formada por la National
Society 01Prolessional Engineers (NSPE), la American
Consulting Engineer's Council (ACEC) y la Ameri-
canSociety01Civil Engineers.En la elaboración de estos
documentos también participan los representantes
del Construction SpecificationsInstitute (CSI, Instituto
para Especificaciones de Construcciones), quien tam-
bién los aprueba.
Los métodos básicos para determinar honora-
rios por servicios de diseños son el de precio alzado,
el de costos más honorarios fijos (también conocido
como de administración) y el de porcentaje de cons-
trucción; este último es el que se usa con menos
frecuencia.
2.10 .Seccióndos
De precio alzado o por suma global _
Se determinan honorarios fijos al estimar las horas-
hombre y los gastos esperados requeridos por la
prestación del servicio. Cuando se conoce de una
manera específica el alcance de un proyecto, el ase-
sor puede evaluar por anticipado los costos de sus
servicios analizando las exigencias del proyecto, y
basándose en la experiencia y conocimiento de las
capacidades de la empresa. El asesor puede estable-
cer las horas-hombre que el proyecto requerirá y
calcular, así, el costo. Al costo de la mano de obra se
le deben añadir los indirectos, así como cualquier
gasto en que se incurra y que no esté incluido normal-
mente en el factor de indirectos, también cualquier
elemento extraordinario que pueda añadirse a los
costos, y la ganancia o utilidad. Aunque pueden
establecerse los honorarios fijos, si se usan los porcen-
tajes y aranceles aceptados en la industria, el contrato
se negocia sobre una base de suma global (o precio
alzado) independientemente de los costos finales de
la construcción del proyecto. Sólo si hay un cambio
en el alcance de los servicios acordados iniciahnente
existirá la posibilidad de que haya un cambio en los
honorarios.
Una variación de esta forma de pago son los
honorarios sobre la suma global más los gastos. Se
usa tal forma de pago si hay gastos extraordinarios,
por ejemplo, una cantidad mayor que la normal de
viajes a un lugar distante, o si se incluyen dentro del
trabajo del consultor las investigaciones o estudios
especiales.
De administración _ Es el tipo de contrato
que se emplea normalmente cuando el alcance del
trabajo no puede establecerse con exactitud. Aquí,
el propietario conviene en reembolsar al consultor
los costos en que incurran más unos honorarios. Los
costos que son reembolsados están formados por la
nómina del personal técnico y los gastos reales,
como viajes, viáticos para dichos viajes, llamadas
telefónicas a larga distancia y otros costos en que se
incurre directamente durante la realización del pro-
yecto. En general, se determinan los honorarios por
un factor que se aplica al costo de la nómina. El
factor compensa al asesor por la administración,
gastos generales, gastos indirectos y honorarios.
Los directores, los asociados o los funcionarios, si
intervienen en el trabajo real de producción (técni-
co, para diferenciado del administrativo), son re-
munerados por sus servicios de la misma manera
que los empleados que están en la nómina.
En una variante de este método de pago, se
emplea un factor de tiempo (por hora o por día), que
se aplica a las tasas de salario para reembolsar los
costos al asesor, los gastos generales y los honora-
rios. Por ejemplo, un propietario y un consultor
pueden convenir en una tasa de pago para determi-
nada categoría de empleado y multiplicada por un
factor de indirectos más un factor de honorarios. Si
la tasa de pago promedio de un diseñador se fija en
15 dólares por hora y el factor de indirectos y utili-
dad es de un 150%, la cláusula de pago en el contrato
establecerá que el reembolso que se le hará al con-
sultor por el tiempo del dis.eñador será de $37.50 por
hora [$15 + (1.5 x $15)]. También se fijarán tasas de
pago para las otras categorías del personal que se
empleará en el proyecto.
Otros convenios que de ordinario se acostumbran
en las dependencias públicas federales y estatales
estadounidenses establecen, en la fecha del contrato,
tanto una base que sirve para identificar todos los
costos permisibles como los honorarios fijos. Aunque
dichos honorarios se calculan como un porcentaje
(con frecuencia del 10%) de los costos estimados,
estos honorarios permanecen fijos (una suma global)
por lo que respecta al contrato, a menos que haya un
cambio en el alcance del trabajo. Los honorarios fijos
cubren las utilidades y los costos no permisibles. Los
costos permisibles se reembolsan conforme se pre-
sentan durante el desarrollo normal de la obra. Tales
costos incluyen el costo de nóminas, los costos direc-
tos del proyecto, y los gastos generales y costos indi-
rectos atribuibles al personal de base. Las normas
federales de contratación establecen con gran detalle
las categorías de los costos, tanto permisibles como
no permisibles. Todos estos costos están sujetos a una
auditoría y verificación por parte de los departamen-
tos de auditoría gubernamentales. Los contratistas o
los asesores, que contratan con el gobierno federal,
hacen auditorías anuales en las cuales verifican y
concilian las bases de los costos que van a utilizarse.
Estas bases de costos son tradicionalmente los
costos del personal (costo actual de la nómina), más
los costos indirectos (gastos generales), y se tradu-
cen en un porcentaje del costo base del personal
técnico. Este porcentaje se revalúa y recalcula perió-
dicamente; por lo regular, de acuerdo con el periodo
de auditoría o el año fiscal.
De porcentaie de valor de construcción
_ Esteporcentaje puede ser utilizado por las partes
contratantes para determinar honorarios. Si entre
aquéllas se negocian honorarios por porcentaje, es
de gran importancia definir qué cantidad se em-
pleará para el valor de la construcción. ¿El valor
estimado o el valor real ae construcción se basarán
en la baja cotización del contratista? Si los honora-
rios han de basarse en el valor estimado, ¿regirá el
cálculo detallado o el preliminar? Si los honorarios
han de basarse en la baja cotización, el contrato de
diseño debe indicar que la cotización del contratista
es de buena fe puesto que los contratistas a veces
cometen errores y envían cotizaciones incorrectas.
Además, el contrato de diseño debe ser el sostén de
un método de pago si, por alguna razón, la cons-
trucción no avanza y no se dispone de otras cotiza-
ciones para establecer un valor de construcción para
pago de honorarios.
Aun cuando en otros tiempos se utilizaron con
frecuencia, los honorarios por porcentaje se utilizan
raras veces en la actualidad para establecer la base
para compensar a un diseñador. Los valores de
porcentaje siguen siendo una medida viable para
establecer o evaluar costos de diseño, pero es más
ventajoso para el diseñador y propietario convertir
el valor por porcentaje a una suma de precio alzado
para los fines del contrato.
Otro tipo de honorarios _ Algunos pro-
pietarios contratan con los consultores con base en
una iguala. Sin embargo, este método de reembolso
no es un sustituto del pago de honorarios, tal como
se describió previamente. Un cliente que continua-
mente tiene la necesidad de consultar y ser aconse-
jado por un ingeniero puede contratar los servicios
profesionales por un periodo determinado, de ordi-
nario sobre una iguala anual. En esta clase de con-
venios, el propietario puede llamar al consultor en
busca de asistencia profesional cuando lo necesite,
y puede pedir al ingeniero que lo auxilie en asuntos
como las planeaciones periódicas y reuniones para
el desarrollo de proyectos. No obstante, si el servicio
solicitado va más allá de la consulta y se solicita el
diseño de un proyecto, no será suficiente la compen-
sación dada al ingeniero contratado; en estos casos
se negocian honorarios independientes.
2.7 Administración del diseño
de un proyecto
Para la eficiente planificación de los servicios de
diseño debe definirse el alcance general del trabajo
Administración deltrabajodediseño . 2.11
que defina las necesidades del proyecto. Además de
establecer los límites de tiempo, también es necesa-
rio identificar debidamente las relaciones dentro de
la organización y definir responsabilidades.
La correcta elaboración del diseño requiere de
una estructura gerencial adecuada con papeles
definidos para los participantes. Un gerente de
proyecto debe controlar presupuestos, asignacio-
nes de trabajo, programa de actividades y la es-
tructura d~ revisión. El gerente debe instituir
procedimientos para control de calidad y estable-
cer lineamientos para costos del ciclo de vida útil,
revisiones de factibilidad de construcción y revi-
siones finales antes de autorizar el proyecto.
Al igual que en cualquier empresa nueva, el
gerente de proyecto debe elaborar un plan de ac-
ción que ha de identificar las relaciones entre las
actividades a desarrollar, como las que hay entre
las diversas disciplinas de ingeniería. Del mis-
mo modo, el gerente de proyecto debe formar
una organización con responsabilidades delega-
das para satisfacer los requisitos del proyecto, los
presupuestos y programas de trabajo.
La organización para un nuevo proyecto de
diseño se hace generalmente con base en el perso-
nal existente. Los procedimientos de operación
dependen de la magnitud del proyecto y de la
filosofía de la dirección.
Un equipo profesional, para que trabaje en for-
ma eficiente, debe tener capacidad para dibujar
siguiendo procedimientos estandarizados y con
materiales de referencia recientes. Esto último in-
cluye códigos de diseño, estándares y manuales de
diseño.
Un elemento de importancia crítica para con-
servar estándares y calidad de diseño es el uso de
computadoras. Éstas pueden hacer que los inge-
nieros tengan acceso a información actualizada
para aplicaciones de ingeniería. Además las com-
putadoras permiten compartir información, y con
ello ahorrar considerable tiempo y recursos, y ob-
tener acceso preciso y oportuno a la información
necesaria para tomar decisiones. Adicionalmente,
las computadoras se pueden utilizar para proce-
sos de administración de proyectos, de control de
costos y administración.
La ingeniería económica (en inglés value enginee-
ring, VE) o análisis del valor, se puede incorporar
como parte del proceso de diseño. La ingeniería eco-
nómica es un procedimiento formalizado yorganiza-
do en el que un grupo de trabajo por separado revisa
2.12 . Seccióndos
el diseño en diferentes etapas para evaluar los diseños
propuestos. El grupo de trabajo hace recomendacio-
nes, según convenga, para hacer cambios que mejo-
rarán el diseño. La ingeniería económica es-utilizada
con frecuencia por algunos propietarios antes de co-
menzar la construcción, con objeto de identificar po-
sibilidades para reducir costos.
2.8 Métodos y normas
de proyecto
Para su operación eficiente, una compañía debe
normalizar los sistemas y los métodos. Esto no sig-
nifica que una vez que se ha establecido un pro-
cedimiento sea inviolable; el procedimiento está
sujeto a mejoras y refinamientos. Pero, dentro de lo
razonable, es necesario seguir los procedimientos
normalizados en todos los proyectos. Sin la norma-
lización, el resultado será la pérdida de tiempo; la
compañía será incapaz de operar de manera eficien-
te dentro de los presupuestos disponibles.
Se debe asignar un número o código que identi-
fique a cada proyecto. Un sistema empleado de
ordinario identifica el proyecto por medio de una
serie de números, que incluyen el año (año calenda-
rio o año fiscal) durante el cual se inició el proyec-
to. Este número se deberá utilizar durante todo el
trabajo, desde la correspondencia y los primeros
cálculos, hasta los planos finales. También se iden-
tifican con este número todos los costos Ylos cargos
que pertenezcan al proyecto.
Se debe establecer un procedimiento típico para
indicar cómo se debe desarrollar el trabajo. Esto
incluye establecer un procedimiento para la com-
probación de los cálculos y un sistema que indique
la forma de preparar y aprobar los planos, desde el
trabajo del dibujante hasta la firma final de autori-
zación. Independientemente de cuál sea el procedi-
miento interno que se establezca, el objetivo último
es el mismo: operar de manera eficiente y económi-
ca. Después que se ha analizado y evaluado el
problema del diseño, se establece un método de
solución; un procedimiento típico de diseño debe
ser semejante al mostrado en la figura 2.1.
Puesto que muchas especificaciones son parecidas
entre sí tanto en lo general como en lo técnico, la
normalización de las mismas será muy útil. Esto no
significa necesariamente que la empresa deba prepa-
rar especificaciones "etiquetadas" que sean intercam-
biables en todos los proyectos. Cada proyecto tiene
SELECCiÓN DELA
SOLUCiÓN[jE DISEÑO
CÁLCULO
DEDISEÑO PROGRAMA
,
~
COMPUTADORA
COMPROBACiÓN t:f
DELOSCÁLCULOS ~ SOLUCiÓN
YLASOLUCiÓN~ DEDISEÑO
COMPROIlACIÓ' ~ 4
DIBUJO
~
PLANOS
DELDISEÑO
Figura 2.1 Procedimiento típico de diseño.
diferentes requerimientos; pero las diversas secciones
de las especificaciones se preparan de una manera
congruente en todos los proyectos. Por ejemplo, en
una especificación de concreto, una sección típica
puede contener los siguientes párrafos: objeto del
trabajo, trabajos afines (se citan referencias con res-
pecto a otras secciones de especificaciones), datos
generales, materiales (cemento, arena, grava, etc.),
acero de refuerzo, cimbra, resistencia del concreto y
de la mezcla, y colocación del concreto. Cada especi-
ficación debe satisfacer los requisitos particulares del
proyecto, sea éste un muelle, un puente o un edificio.
No obstante, muchas especificaciones son, en esencia,
las mismas en muchos casos, por ejemplo aquéllas
que se refieren a la calidad del material dentro de un
área geográfica.
Para propósitos de simplificación, la empresa
debe adoptar las especificaciones generales prepa-
radas por las asociaciones técnicas particulares
como por ejemplo el concreto estructural. Según
estas especificaciones, el diseñador debe incluir los
requisitos para un proyecto específico, pero de tal
manera que elimine la necesidad de escribir de
nuevo las secciones de especificación que son, sus-
tancialmente, las mismas en todos los proyectos.
2.9 Control de calidad
del proyecto
La calidad del producto de tUla empresa debe ser
preocupación continua de todo el personal. El logro
de la calidad requiere de prácticas correctas, en
especial el cumplimiento de códigos, normas y re-
glamentos legales.
El control de calidad (en inglés, quality control,
QC) es tUl proceso continuo que puede ser parte de
un programa de garantía de calidad (en inglés,
quality-assurance, QA). Ya sea que se hayan o no se
hayan instituido programas de control de calidad,
la buena práctica de la ingeniería necesita establecer
procedimientos para comprobar la calidad del pro-
ducto. Tales procedimientos deben comprender re-
visiones en las diversas etapas del desarrollo de tUl
diseño, para evaluar la calidad del trabajo.
Muchas veces se necesitan revisiones provisiona-
les, como parte de la extensión de servicios de tUl
diseñador. Los diseñadores suelen remitir formal-
mente el trabajo a los propietarios en diversas etapas
de avance, como por ejemplo al terminar los planos
preliminares (30%), planos de diseño y detalles (75%),
y planos finales de cotización (100%). Una empresa
puede utilizar equipos de personal separados para
revisiones, para comprobar el trabajo realizado por
otros, antes de distribuir y utilizar los dibujos y espe-
cificaciones de diseño para la construcción.
Los diseñadores deben garantizar que los pro-
ductos satisfacen los requisitos y normas aplicables,
lo cual exigen amplio conocimiento de los más re-
cientes requisitos establecidos por la ley y de los
últimos reglamentos expedidos por las diversas de-
pendencias que tengan jurisdicción. Esto es espe-
cialmente importante para cualquier trabajo que
tenga tUl potencial impacto ambiental, atUl cuando
se hayan terminado declaraciones sobre impacto
ambiental según se estipule en contratos previos.
Para ayudar en la conservación de calidad la cons-
trucción, las sociedades de ingeniería han promul-
gado programas tales como la administración de
calidad total (total-qualitymanagement, TQM), que di-
rige y modifica las prácticas de tUla empresa. Elobje-
tivo del TQM es promover la calidad dentro de una
organización de diseño y de sus productos. La TQM
se pone en práctica internamente mediante capacita-
ción de todo el personal de la organización, para
buscar en forma continua la calidad en las prácticas
de trabajo de la empresa y en su trabajo, y de este
modo alcanzar la calidad de resultados que se busca.
Administración deltrabajodediseño . 2.13
Revisión por parte de consultores . Éste
es tUl procedimiento empleado por tUla empresa
para tUl proyecto espeáfico donde la empresa con-
trata con tUl grupo independiente, el "consultor",
para revisar políticas y prácticas con el fin de alcan-
zar el más alto nivel de calidad en el diseño del
proyecto.
La revisión por parte de asesores es dirigida por
diseñadores que tienen la misma experiencia que
quienes hicieron el diseño, y que no tienen relación
con éstos y son totalmente independientes. Los con-
sultores pueden ser personal de otros departamen-
tos de la empresa o de otras organizaciones, pero el
diseñador del registro no es sustituido por los con-
sultores. La revisión debe dar como resultado tUl
informe de lo encontrado por los consultores y no
debe considerarse como crítica para los diseñadores
o para su trabajo. La revisión de consultores, a
diferencia de otras revisiones de diseño, no tiene tUl
objetivo espeáfico que no sea la calidad, como es el
caso de reducir costos de construcción o de la vida
útil del proyecto, análisis del valor, o tUla revisión
de factibilidad de construcción efectuada como par-
te de la administración de construcción.
2.10 Programación del diseño
Sin tUla programación adecuada, W1a empresa en-
contrará que su operación es tan ineficiente como si
no hubiere establecido procedimientos estándar. Para
realizar el diseño, es esencial que la compañía progra-
me las necesidades de mano de obra. Esta tarea au-
menta en importancia conforme crece la cantidad de
proyectos que van a ser realizados al mismo tiempo.
Una administración adecuada de la empresa será
capaz de programar su trabajo de manera que no
acepte más del que pueda realizar adecuadamente
con tUla cantidad establecida de personal.
Para la planificación de la carga de trabajo total,
es esencial la programación del proyecto indivi-
dual. El método más simple y común utilizado para
este propósito es el diagrama de barras, el cual es
una representación gráfica de las capacidades de
mano de obra (representada por barras) con respec-
to al tiempo. Al estudiar este diagrama, se determi-
nan rápidamente las fechas de inicio y terminación
del trabajo y cuándo y en qué cantidad serán mayo-
res las necesidades de mano de obra.
Los procedimientos de programación, como el
método de la ruta crítica (critical-path method, CPM)
2.14 .Seccióndos
y la técnica de evaluación y revisión del programa
(en inglés programevaluationand reviewtechnique,
PERT), tienen un lugar definido en la planeación de
los recursos de mano de obra para elaborar un
diseño. Aunque no es usual el diseño de proyectos
en los cuales se emplean totalmente las técnicas
CPM o PERT, en muchos casos está justificada la
modificación o el uso limitado de estas técnicas de
programación. Un programa de computadora com-
pleto del CPM, que incluya los costos en la progra-
mación, así como el tiempo y la evaluación de los
programas económicos "críticos", sólo sería usado
en los proyectos más complejos. Debido a que re-
quieren una planeación más a fondo, el empleo de
los diagramas CPM y PERT en las actividades bási-
cas con frecuencia da mejores resultados en la pro-
gramación del proyecto que si sólo se utilizara el
diagrama de barras. Con el uso de un diagrama de
barras, el inicio o la terminación de las actividades
representadas por una barra puede extenderse una
semana o más sin que se afecte la planeación básica.
Los diagrama s CPM o PERT no permiten esto, ya
que la diagramación de las actividades las interre-
laciona a todas y, por tanto, los cambios en el tiempo
de una actividad las afectan a todas.
2.11 Control de producción
Una vez aceptado un proyecto se ha de llevar a cabo
el trabajo, independientemente de cuáles sean el
costo y el tiempo. Aun así, la empresa debe operar
dentro de un presupuesto, para que el diseño pueda
realizarse de manera eficaz. Un diseñador no trata
con un producto tan verdaderamente tangible que
la compañía pueda establecer un costo por unidad
y operarIo sobre una base de línea de producción.
Ni tampoco la empresa debe ir hasta el extremo de
establecer un control tal que el costo llegue a ser más
importante que el producto.
En su forma más sencilla, el control del costo es
un trabajo de contabilidad. La empresa debe llevar
registros de todos los costos que se relacionan con
cada proyecto. De esta manera, al final de un pro-
yecto la ~ompañía debe conocer el importe de los
costos realizados y de los ingresos recibidos, y si se
ha logrado una utilidad o una pérdida en la obra.
Cuando una compañía acepta un nuevo proyec-
to de naturaleza y tamaño similares a uno ya hecho,
se dispone de un registro que guíe las nuevas acti-
vidades. Tal contabilidad de costos puede mejorarse
de varios modos.
Asimismo, es conveniente saber la posición fi-
nanciera y la cantidad de trabajo que se tiene antes
de terminar la obra, puesto que pueden pasar años
antes de terminar los proyectos. Durante el curso de
un proyecto, la empresa debe proyectar sus costos
y sus ingresos basándose en un porcentaje del avan-
ce logrado en una fecha particular, con el fin de
determinar si se mantiene dentro de su presupues-
to. Tales proyecciones se harán periódicamente para
tener una idea de la condición financiera de las
operaciones de la compañía en un momento dado.
La contabilidad de costos sirve para un propósito
adicional: mediante ella se establecen controles du-
rante el trabajo de planificación. Estos controles per-
miten a la empresa determinar cuándo son necesarias
mejoras a la productividad y a la eficiencia antes del
final del proyecto cuando ya es demasiado tarde.
A una empresa de profesionales, como a cual-
quier otro negocio, le interesa obtener una utilidad.
El mantener un margen de utilidades adecuado es
esencial para la supervivencia y el crecimiento de la
compañía. El margen de utilidad varía con el tama-
ño de la empresa y con la cantidad de directores; ya
sea que los directores perciban o no un salario, como
es el caso de una sociedad anónima, o por el contra-
rio como en el caso de una asociación. El control de
costos es un medio importante de ayuda a los ad-
ministradores para asegurar el margen de utilidad
requerido, para conservar a la empresa operando
eficientemente.
(T. G. Hicks, Standard Handbook of ConsultingEn-
gineering Practice, McGraw-Hill Book Company,
New York.)
2.12 Organización interna
de una empresa de diseño
Básicamente,una empresa de ingeniería está forma-
da por los departamentos técnicos, los administra-
tivos y el personal de apoyo. En las figuras 2.2a 2.4
se ilustran organizaciones típicas de firmas de con-
sultores.
Departamentos técnicos 8 Según el tama-
ño de la empresa, los departamentos técnicos pueden
dividirse en departamentos como el estructural, el
civil, el mecánico, el de ingeniería eléctrica y los
departamentos de arquitectura. A su vez, éstos pue-
den subdividirse y depender de la dirección de un
administrador o director del proyecto o de un socio
Administración deltrabajodediseño. 2.15
FIRMAPEQUEÑAo DEUNSOLOPROPIETARIO
PROPIETARIO
PRESIOENTE
Figura 2.2 Organización típica de una empresa de un solo propietario.
del proyecto en el caso de particulares. (En las firmas
muy pequeñas, muchas funciones las desempeña
una sola persona, incluso el propietario.)
Hay muchas maneras de organizar un departa-
mento técrúco (véase, por ejemplo, las figuras 2.2 a
2.4). La consideración más importante que se debe
tener en cualquier organización es la comunicación.
En dondequiera que se forme o se amplíe una empre-
sa o se establezcan nuevos departamentos, la comu-
nicación debe considerarse de primera importancia.
La corriente e información entre los niveles debe
quedar bien definido. Más aún, siempre debe haber
una persona que actúe como gerente o director del
proyecto y que esté en la posición de coordinar todas
las actividades, ya sea de los departamentos dentro
de la empresa o de los que pertenezcan a los contra-
tistas o a los consultores que participen en el proyecto.
Muchas empresas tienen también departamentos
independientes de construcción o de administración
de la construcción. Estos departamentos están forma-
dos por gerentes de proyecto y de construcción, inge-
nieros residentes, inspectores requeridos en el lugar
del proyecto e ingenieros proyectistas que prestan
servicios de asesoría de campo y coordinan los traba-
jos del personal de campo. En lugar de establecer un
departamento independiente que realice esta fun-
ción, algunas empresas tienen ingenieros proyectis-
tas que pueden diseñar y participar en las diversas
ramas de diseño en tal forma, que toda la fase de
construcción pueda continuarse con el mismo perso-
nal; estos ingenieros actúan como un grupo de perso-
nal de campo con propósitos de respaldo cuando sea
necesario, y para la inspección in situ.
El diseño y proyecto asistidos por computadora
(CADD por sus siglas en inglés) ofrece opciones
múltiples y flexibilidad a los diseñadores para orga-
nizar el proyecto. Los diseñadores pueden hacer sus
diseños en sus escritores, empleando para ello pro-
gramas de computadora adecuados para proyectos,
y no necesitan depender de dibujantes.
Las funciones básicas consisten en el desarrollo
de nuevos negocios, recursos humanos, contabili-
dad y servicios administrativos de apoyo.
Desarrollo de nuevos negocios _ Lospro-
fesionalesno venden sus serviciosdirectamente, sino
2.16 . Seccióndos
TESORERO SECRETARIO
ADMINISTRADOR
DELAEMPRESA
EMPRESA DE CONSULTORfA
(ASOCIACiÓN O SOCIEDAD ANÓNIMA)
PRESIDENTE
SOCIO ADMINISTRATIVO
SOCIO
VICEPRESIDENTE
INGENIERfA
SOCIO
VICEPRESIDENTE
INGENIERíA
Figura 2.3 Organización típica de una compañía de consultoría.
que informan al mercado de su disponibilidad. La
compañía tiene que preparar datos acerca de su ca-
pacidad (Secs. 2.3 y 2.5), datos que van desde el
llenado de las formas requisitorias de precalificación
hasta la preparación de folletos promocionales, com-
pletados con extensas descripciones y fotografías de
los proyectos. Aunque es posible que un nuevo clien-
te haga el contal\to inicial y contraten a la empresa sin
una comunicación anterior, una organización de di-
seño no puede confiar en esta manera de hacer nue-
vos negocios. Como consecuencia, el contacto con el
cliente es una parte esencial de las operaciones de la
organización.
COMITÉEJECUTIVO
ASOCIADOS
SOCIO
VICEPRESIDENTE
PROYECTOS ESPECIALES
La relación con el cliente puede limitarse a un
contacto impersonal por correo o abarca una serie
de esfuerzos de venta, en donde un empleado o un
director (o un grupo de pers()nas, si así lo demanda
la magnitud de la empresa) haga las llamadas per-
sonales a los clientes potenciales. El nombre de la
firma debe promoverse continuamente, y ello re-
quiere buenas relaciones públicas. No obstante, los
esfuerzos de venta no deben ser un sustituto de la
calidad del servicio.
Debido a la intensa competencia a la que se
enfrenta una empresa, y a sus necesidades de creci-
miento y diversificación, la búsqueda de nuevos
Administración deltrabajodediseño .2.17
EMPRESA DE INGENIEROS ASESORES
(ASDCIACION D SOCIEDAD ANONIMA)
JEFEDEL
DEPARTAMENTO
DEINGENIERIA
Figura 2.4 Otra forma de organización para una empresa de consultores.
mercados y el desarrollo de nuevos negocios son
funcionesesenciales.
Compensaciones a empleados _ Los pa-
trones tienen ciertas obligaciones legales. Deben
pagar impuestos sobre la nómina, como el seguro
social y los cargos del estado relativos al desempleo
e incapacidad, y también deben retener los impues-
tos que resultan de los honorarios de los empleados.
Estos requisitos redundan en cargas administrati-
vas como el llenado de formas e informes. Asi-
mismo, están las obligaciones del seguro y otros
requisitos, como las compensaciones a los trabaja-
dores. También, un patrón tiene obligaciones decre-
tadas por leyes estatales y federales, incluyendo las
que afectan el salario mínimo, el tiempo extra, re-
glamentaciones gubernamentales sobre las condi-
ciones de trabajo, igualdad de empleo y seguridad.
Es posible que el patrón desee dar a los emplea-
dos la oportunidad de afiliarse a servicios médicos
y otras formas de seguro de grupo, de manera que
el patrón pague todo o parte de los costos de las
prestaciones adicionales. En el mercado competiti-
vo del personal capacitado, tales prestaciones son
añadidas con frecuencia al salario base.
Los patrones deben tener sólidas políticas en lo
referente a sueldos y salarios. Además de pagar el
salario base, deben implantar políticas para los au-
mentos y revisiones de los tabuladores de sueldo
para los diversos puestos; deben establecer bonifi-
caciones y lo relativo al plan de participación de
utilidades. Sin embargo, los patrones deben dar
principalmente a los empleados la oportunidad de
progresar dentro de la empresa. Asimismo, deben
reconocer los esfuerzos que se hacen en beneficio de
la compañía. Si los patrones pueden infundir el
orgullo del logro y de la profesión, lograrán tener
fuerzas de trabajo eficientes y felices.
Contabilidad _ Para operar de una manera
más eficiente, una empresa debe estar capacitada
para evaluar y analizar su estado financiero en todo
momento. Por esta razón las compañías han de
llevar una contabilidad adecuada. La compilación
y el registro de todas las transacciones relativas al
aspecto financiero del negocio son las responsabili-
dades básicas de la contabilidad. El registro de las
transacciones financieras ha de ser ordenado, de
manera que se puede hacer una interpretación apro-
piada. Esto es necesario con el fin de hacer posible
la preparación de los estados financieros y para que
pueda proporcionarse la información necesaria so-
bre la salud económica del negocio. (Véase también
la sección 2.11.)
El procedimiento contable varía con el tamaño y
las necesidades de cada empresa. En general, se usa
el sistema de partida doble (clasificación de las
cuentas en activo, pasivo y capital). Cada firma lleva
2.18 . Seccióndos
el diario y el mayor. El diario está formado por el
registro diario de todas las transacciones, deudas y
créditos o abonos. En el mayor se regisn:an las en-
tradas diarias en las cuentas específicas. De nuevo,
la cantidad y la extensión de los libros mayores
requeridos varía según la empresa.
Una compañía de consultores ha de decidir
cómo va a llevar sus libros para pagos de impuestos,
si va a llevar los libros sobre una base de contado o
acumulada. Sobre una base de contado, los ingre-
sos se registran cuando se recibe el efectivo y los
gastos se registran cuando se hacen. Sobre una base
acumulada, el ingreso se reporta cuando se gana y
los gastos (o débitos) cuando se incurre en ellos,
independientemente del tiempo en que tenga lugar
el pago de efectivo. Cuando son significativas las
consideraciones para los impuestos en las operacio-
nes del negocio, la elección del sistema de contabi-
lidad es de capital importancia; como es evidente,
el registro de las transacciones bajo la base de efec-
tivo y acumuladas puede ser muy diferente en un
instante dado.
Aunque es una mala práctica de negocios el
realizar una acción particular únicamente por las
consecuencias de los impuestos, su consideración es
importante en la práctica mercantil de la empresa
de consultores. La decisión inicial de cuál será la
forma de organización bajo la cual operará la em-
presa debe tomar en cuenta las diferentes conse-
cuencias que el pago de los impuestos tiene sobre
los individuos, las asociaciones y las sociedades
anónimas. Según el ingreso, una sociedad anónima
puede llegar a pagar un gran impuesto federal sobre
ingresos mercantiles; además, sus dividendos están
gravados. En E. U. una asociación no paga impues-
tos sobre ingresos mercantiles, pero los socios, que
no reciben salarios, son gravados como personas
físicas sobre su participación en las ganancias de la
compañía. Los impuestos estatales y locales tam-
bién deben considerarse al establecerse y entrar en
función la empresa.
La nómina es uno de los mayores gastos de una
compañía de asesores. Los costos de nómina deben
identificarse como directos (técnicos) e indirec-
tos (administrativos). Se debe llevar el registro de
los costos directos, de preferencia por departamen-
to, para cada proyecto. Asimismo, se identificarán
los gastos directos, como los de viajes, manutención,
representación, llamadas telefónicas a larga distan-
cia y telégrafos, y costos de copiado; todos ellos
deben considerarse como parte del costo del trabajo.
Los principales gastos generales o indirectos tam-
bién deben considerarse para permitir que la admi-
nistración pueda analizar los costos indirectos y sus
relaciones con los honorarios devengados durante
un periodo determinado.
Además de la contabilidad interna, es costumbre
y aconsejable tener estados financieros auditados
que preparen firmas de contadores públicos titula-
dos al final de cada año fiscal. En el caso de empre-
sas de cualquier extensión y especialidad, que no
estén vinculados con la obra (pública), los certifica-
dos de auditoría son esenciales. Por otro lado, inde-
pendientemente del tamaño y tipo de organización
todas las compañías que trabajen con el sector pú-
blico deben presentar la contabilidad de la empresa
y los documentos de auditoría.
Por principio, a una empresa de ingenieros ase-
sores le interesan las finanzas. En general, no se
reembolsan los servicios a un consultor un día des-
pués de que fueron prestados. Los plazos de los
pagos dependen de las condiciones del contrato.
Los pagos pueden hacerse sobre una base mensual
o puede convenirse en que el primer pago se haga
cuando esté concluido el 25% (u otro porcentaje) del
trabajo. De igual manera, puede convenirse en que
el pago final no se haga sino hasta algún tiempo
después de que se hayan hecho todos los gastos.
Esto resulta en una necesidad básica: capital de
trabajo.
Los ingenieros consultores deben tener un capi-
tal para iniciar y operar sus organizaciones. La fuen-
te de este capital puede ser un préstamo, o bien, sus
ganancias. Pero, independientemente de cuál sea la
fuente, ha de haber el financiamiento apropiado
para que pueda cumplirse con las obligaciones fi-
nancieras que no pueden diferirse sino hasta que se
paguen las cuentas. En particular, cuando las tasas
de interés sean altas, la administración financiera
es un aspecto crítico en todos los negocios, incluidas
las empresas de diseño.
Seguros _ Los valores en cartera de una firma
de seguros normalmente incluye la protección para
riesgos en general, daños en propiedad ajena, acci-
dentes automovilísticos y responsabilidades profe-
sionales (por errores y omisiones). En E. U. en el
caso de firmas de diseño, todos los requisitos de
seguridad son cubiertos por un seguro de respon-
sabilidad profesional. Estos seguros protegen a los
diseñadores de riesgos por errores u omisiones en
el diseño y los proporcionan pocos corredores de
seguros. Debido a la enorme cantidad de litigios que
prevalecen en la industria de la construcción, con
diseñadores que se nombran defensores en alegatos
por supuestos errores de diseño, el costo de estos
seguros es alto. (Esto también ocurre en otras pro-
fesiones, como la medicina.) Por ello es un impera-
tivo para muchos practicantes revaluar el alcance
de sus actividades, incrementar los honorarios para
cubrir tales costos y en ciertos casos eliminar estos
riesgos.
Servicios administrativos de apoyo 8
Las funciones del personal administrativo consisten
principalmente en la operación interna del negocio.
El personal administrativo incluye al gerente de la
oficina, las secretarias, las mecanógrafas, las recep-
cionistas, las archivistas y los empleados de oficina.
La cantidad de empleados y el grado de responsa-
bilidad de cada uno varía con el tamaño de la em-
presa. Sin importar qué tan pequeña sea la empresa,
se deben realizar las labores administrativas bási-
cas. Se han de mecanografiar las cartas, al igual que
los informes. Se han de conservar los archivos, con-
testar los teléfonos, enviar los mensajes y sacar co-
pias de los planos. Aunque todos los elementos
básicos que constituyen la administración de la ofi-
cina son secundarios con respecto al diseño, que es
la función principal de la empresa, no deben tratar-
se con negligencia. Una carta mal mecanografiada
da una mala primera impresión a su destinatario,
que puede ser un cliente potencial. También se da
una primera impresión de la empresa en la manera
como se contesta el teléfono. De modo que, aunque
las labores administrativas son rutinarias, en la ma-
yoría de las oficinas deben manejarse de un modo
tan competente como lo es el trabajo técnico. Las
posiciones administrativas deben cubrirse con per-
sonal competente y bien entrenado.
En una firma de ingenieros asesores, hay una
cantidad considerable de reproducción de planos,
especificaciones e informes. La forma de proveer el
copiado necesario se manejará mejor si se establece
un departamento independiente dentro de la em-
presa. El que el trabajo antes mencionado se haga
con equipo propiedad de la oficina, o se envíe a una
compañía externa es un asunto que está en función
de la economía y volumen de operaciones de la
compañía. Además, los servicios de oficina deben
abarcar la selección de los sistemas administrativos
más económicos y eficientes. Para que la operación
sea eficiente y económica, una oficina de proyectos
Administración deltrabajodediseño . 2.19
debe estar equipada por lo menos con computado-
ras [personales o servidores y estaciones (termi-
nales) de trabajo], graficadores, módems, fax y
copiadoras, además de escritorios, archiveros, me-
sas de dibujo, teléfonos y una buena iluminación.
Los gerentes administrativos deben conocer muy
bien los sistemas electrónicos actuales, las innova-
ciones, y juzgar su aplicación a las necesidades de
la empresa.
2.13 Asociaciones profesionales
El papel de las asociaciones profesionales en E. U.,
como la American Society of Civil Engineers y las
diversas asociaciones de ingenieros asesores, fue
catalogado inicialmente por su existencia como
organización de individuos más que de empresas.
En un principio, a estas sociedades les interesaban
principalmente las materias técnicas y muy poco
los asuntos de negocios. Aunque las profesiones
médica, legal y contable tienen por separado una
sociedad importante que avala la profesión, esto
no es el caso de los ingenieros civiles. Los ingenie-
ros civiles están representados en Estados Unidos
en general por la American Society of Civil Engi-
neers, American Consulting Engineers Council o por
la National Society of Professional Engineers. No obs-
tante, estas sociedades colaboran entre sí en asun-
tos de interés común.
En una sociedad económica progresiva y com-
pleja, como la actual, pocas compañías, que no sean
los gigantes industriales, tienen los recursos sufi-
cientes para estar al tanto de los últimos desarrollos,
para mantenerse informadas de toda la legislación
corriente, tanto federal como estatal, y para estar
conscientes de todas las regulaciones administrati-
vas y de los factores que influyen en sus actividades
diarias. Una asociación profesional puede satisfacer
todas estas necesidades, y su papel es cada vez más
importante.
En años anteriores, las firmas diseñadoras eran
independientes y tenían poco conocimiento, si aca-
so, de las actividades de sus competidores, o hasta
de sus asociados cercanos. La empresa actual aún
es independiente en el mercado competitivo, pero
puede unir sus recursos a asociaciones que repre-
sentan a la profesión y a la industria. La acción
unificada y el compartir la información mejoran el
desarrollo de las compañías individuales.
2.20 . Seccióndos
Las actividades de las asociaciones profesionales
incluyen:
La legislación _ En E. V., las asociaciones
mantienen un archivo y un índice actualizados de
la legislación corriente; representan y llevan docu-
mentos al Congreso y a las legislaturas de los esta-
dos sobre decretos pendientes en los cuales los
miembros asociados tienen un interés vital.
Relaciones con el gobierno _ Las asocia-
ciones mantienen contacto con las dependencias
administrativas, tanto federales como estatales y
municipales. Esta actividad incluye la asistencia a
empresas afiliadas que están interesadas en capita-
lizar las oportunidades que se presenten.
Enlace con la industria _ Las organizacio-
nes profesionales tienen contacto con otras orga-
nizaciones y establecen comités para estudiar y
evaluar las áreas de interés común.
Publicaciones _ Las sociedades preparan y
distribuyen a los miembros documentos que infor-
man de las actividades actuales y de las áreas de
importancia e interés.
Seguros _ Las asociaciones profesionales es-
tablecen políticas de seguro de grupo (que cubren
el seguro de vida, de accidente, de salud, etc.), para
proporcionar a los socios más pequeños las ventajas
de los planes de grupos; aconsejan a las empresas
afiliadas en los campos de interés común, como
seguros profesionales y de riesgos, que es un área
en la cual hay un interés creciente debido al alto
número de demandas por terceros en contra de los
ingenieros asesores.
Eiercicio de la ingeniería _ Las organiza-
ciones actúan como depósitos y centros de distribu-
ción de información sobre los últimos avances
técnicos y áreas de interés para la profesión, y tam-
bién patrocinan programas de educación continua.
3
TedE. Robbins
ProjeetManager
Lindahl,Browning,Ferrari&Hellstrom,Ine.
Jupiter.Florida
Especificaciones*
L
as especificaciones son una herramien-
ta importante para comunicar con sufi-
ciente detalle cómo, dónde y cuándo
un objeto o un proyecto en particular
debe fabricarse o construirse para satisfacer las ne-
cesidades de un propietario. En proyectos de inge-
niería civil, las especificaciones son parte de los
documentos de contrato y por lo general son com-
plementos de un juego de dibujos. Si el conjunto de
los documentos de un contrato se consideran colec-
tivamente, entonces los dibujos deben verse corno
el esqueleto y las especificaciones corno partes del
cuerpo, por ejemplo músculo, tendones y piel, que
juntos forman un todo.
El término especificacionesse utiliza con frecuen-
cia para describir uña porción de los documentos
de un contrato que comprenden los documentos de
licitación, convenio entre propietario y contratista,
cláusulas generales, estipulaciones especiales y es-
pecificaciones técnicas. El documento completo que
abarca todos estos temas a veces recibe el nombre
de manual de proyecto. En toda esta sección, los
términos especificaciones y manual de proyecto se
utilizan indistintamente.
3.1 Composición
de especificaciones
Las especificaciones describen los requisitos parti-
culares que deben utilizarse para licitar, contratar,
construir, probar, iniciar y garantizar un proyecto
de ingeniería. Por costumbre, las especificaciones
comprenden:
1. Secciones que describen la forma en que un po-
tenciallicitador debe formular la licitación.
2. Una copia del convenio (contrato) a ejecutarse
entre el propietario y el contratista.
3. Una división llamada condiciones generales.
Esta división describe procedimientos que gene-
ralmente se requiere cumplir durante la cons-
trucción de todos los proyectos, incluyendo
procedimientos que deben cumplir todas las par-
tes; esto es, el propietario, ingeniero o arquitecto
y contratista.
4. Una división llamada condiciones complemen-
tarias, que modifica las condiciones generales a
los requisitos específico o especial del proyecto.
El empleo de este método para modificar las
condiciones generales garantiza la integridad de
las condiciones generales y estimula el cono-
cimiento de las condiciones generales. Los con-
tratistas pueden concentrar su atención en las
condiciones complementarias con confianza,
cuando están conscientes de las condiciones ge-
nerales estándar que se utilizaron para adminis-
trar sus pasados proyectos.
5. Una división llamada especificaciones técnicas.
Esta división está organizada en secciones dis-
puestas con lógica, que describen por completo
el material, equipo u operación de objetos que
deban incorporarse al trabajo ya terminado.
.Revisado y actualizado de la secá6n 3, "Espeáficaáones", por Joseph Goldbloom y John J. White en la tercera ediá6n.
3.1
3.2 . Sección tres
Esta combinación de requisitos, junto con dibu-
jos del contrato y documentos de la licitación, forma
los documentos de contrato. Cuando se enfrente a
la tarea de formular especificaciones para un pro-
yecto de ingeniería, el ingeniero debe considerar
muchos factores, entre los cuales los más importan-
tes son:
Naturaleza del negocio del propietario: industria
privada u organismo público.
Magnitud del proyecto.
Duración estimada del periodo de construcción.
¿Requiere el propietario que el ingeniero se apegue
a un conjunto de especificaciones estándar, o tendrá
toda libertad el ingeniero para preparar el tipo de
especificaciones?
¿TIene el propietario un abogado que revise los
aspectos legales de las especificaciones?
¿TIene el propietario un consejero de seguros que
revise los requisitos de seguro incluido en las espe-
cificaciones?
¿TIene el propietario un cuerpo de ingenieros, como
el del departamento de transportes del gobierno,
que revisará las especificaciones?
Del mismo modo, el ingeniero debe comprender
que los juzgados reconocen el estado legal de rela-
ciones contractuales entre propietario y contratista
como las que hay entre individuos libres e inde-
pendientes, no como entre un jefe y un agente. Las
especificaciones deben apoyar esta relación, abste-
niéndose de prescribir métodos de construcción y
de ejercer control sobre el trabajo del contratista.
Una vez establecidas las condiciones básicas
para un proyecto, el ingeniero está obligado a for-
mular documentos completos de contrato para el
proyecto. Las partes principales de estos documen-
tos suelen estar formadas de lo siguiente:
Anuncio para licitaciones (aviso a contratistas o
invitación a licitar)
Información a licitadores
Forma de propuesta
Forma de contrato-convenio
Formas de garantía
Cláusulas o condiciones generales
Estipulaciones o condiciones especiales
Especificaciones técnicas
En E. U. como guía general, hay formas para
todas, excepto las dos últimas, en organismos como
la Engineers Joint Contract Documents Committee,
American Consulting Engineers Council, American 1ns-
titute 01Architects, American Society olCivil Engineers,
National Society 01Prolessional Engineers, Associated
GeneralContractors 01America, Construction Speciftca-
tions 1nstitute y la GeneralServices Administration. En
la sección 3.11 se encuentra un ejemplo de una
especificación formulada para una dependencia
pública estadounidense con documentos estándar
(en la sección 3.6 véase un análisis de cláusulas
generales.)
3.2 Documentos de contrato
y procedimientos para
contratar
La puesta en práctica de contratos entre propieta-
rios y contratistas, para trabajos de construcción,
requiere que las partes cumplan ciertas formalida-
des legales. Estos pasos se evidencian mediante
documentos por escrito ejecutados que, junto con
planos y especificaciones, constituyen los docu-
mentos de contrato. La naturaleza y contenido de
los documentos de contrato varían según la oficina
propietaria que patrocina la mejora y el procedi-
miento empleado para la recepción de licitaciones.
Es práctica común para el gobierno y otras
dependencias públicas de todos los niveles, encar-
garse de publicar contratos para obras públicas.
En tales casos, para hacer licitaciones selladas hay
invitaciones en diversos medios de comunicación
durante periodos indicados. Una vez abiertas las
licitaciones, se leen públicamente en voz alta, se
tabulan, se evalúan y se determina el licitante
más bajo.
Es costumbre expedir planos y especificaciones
a potenciales licitadores, quienes solicitan y pagan
las cantidades indicadas. En la mayor parte de los
casos, las propuestas deben ir acompañadas de una
garantía de propuesta en forma de cheque certifica-
do o fianza, con objeto de asegurarse que el licitador
ganador entrará en el contrato. Si se hace una adju-
dicación, la fianza se devuelve. Si el licitador más
bajo no cumple con el contrato, la cantidad del
cheque certificado se decomisará como daños liqui-
dados, o se harán cumplir las obligaciones de la
fianza como compensación al propietario por el
costo de adjudicar el contrato al siguiente licitador
más bajo, o por el costo agregado de nueva publici-
dad. Como regla general, las propuestas de licitado-
res competentes son aceptables (evidenciados por
su experiencia y responsabilidad financiera remiti-
da al propietario). Las formas para esto último ge-
neralmente se incluyen en el manual de proyecto.
Según el procedimiento anterior, los documen-
tos de contrato generahnente comprenden publici-
dad (las instrucciones a licitadores pueden incluirse
o enviarse por separado); propuesta debidamen-
te ejecutada; programa de avance del contratista;
resolución de adjudicación de contrato; forma de
contrato ejecutado; garantías de contrato, planos y
especificaciones; convenios complementarios; ór-
denes de cambio; cartas u otra información, inclu-
yendo adiciones (sección 3.2.3); y todas las cláusulas
requeridas por ley para insertarse en el contrato, ya
sea que en realidad se inserten o no. Todos los
documentos constituyen un instrumento legal.
3.2.1 Adopción de estándares
por referencia
A veces las especificaciones estándar, como por
ejemplo la especificación de un departamento de
transportes del gobierno, se hacen parte del con-
trato sólo por referencia a su título. Por esta refe-
rencia, las especificaciones estándar en realidad se
convierten en parte de los documentos del contra-
to, como si se incluyera una copia de ellas con los
documentos del contrato. Estipulaciones de esto
deben incluirse en las condiciones generales o
complementarias. (Ver sección 3.9.3.)
3.2.2 Declaraciones juradas de no
colusión
Cuando la ley lo exija, una declaración jurada de no
colusión debe acompañar a la remisión de la pro-
puesta. Esta declaración no jurada certifica que la
licitación se ha remitido sin colusión o fraude, y que
ningún miembro, oficial o empleado de la depen-
dencia gubernamental está directa o indirectamente
interesado en la licitación.
3.2.3 Modificaciones de contrato
Por diversas razones, las modificaciones de los
documentos de un contrato se hacen necesarios
Especificaciones. 3.3
entre la emisión de la invitación o anuncio para
propuestas y la terminación del contrato. Estas
modificaciones se pueden clasificar como adicio-
nes, estipulaciones, órdenes de cambio o conve-
nios complementarios.
Las adiciones son modificaciones de los docu-
mentos de un contrato hechas durante el periodo de
licitación. Principalmente, se refieren a cambios en
los dibujos y especificaciones del contrato debidos
a errores u omisiones, con necesidad para aclara-
ción de partes de estos documentos, como se ve por
preguntas formuladas por potenciales licitadores, o
con cambios requeridos por el propietario. Una adi-
ción también se expide para notificar a licitadores
cuando se haya pospuesto una fecha de licitación
abierta.
Las adiciones deben entregarse con suficiente
anticipación a la fecha de apertura de licitaciones,
con objeto de permitir que todas las personas a
quienes se hayan enviado documentos de contra-
to hagan los ajustes necesarios en sus propuestas.
Los licitadores deben acusar recibo de todas las
adiciones; de otra forma, sus licitaciones nunca se
aceptarán.
La estipulación es un instrumento escrito en el
que el licitador ganador conviene, al momento de
ejecución del contrato, a una modificación de los
términos del contrato propuesta por el propietario.
Una orden de cambio es una orden escrita al
contratista, aprobada por el propietario y firmada
por el contratista y el ingeniero, para un cambio en
la obra con respecto a la originalmente mostrada
por los dibujos y especificaciones. Por lo general,
bajo una orden de cambio, el trabajo se considera
como dentro del alcance general del contrato. El
propietario, representado por el ingeniero, puede
expedir unilateralmente la orden al contratista, con
pago por precios unitarios de contrato, precio nego-
ciado o costo más porcentaje.
Una orden de cambio puede aplicarse a cam-
bios que afectan el trabajo a precio alzado, o a
aumentos o disminuciones en cantidades de tra-
bajo que se vaya a ejecutar bajo los diversos ren-
glones de un contrato de precio por unidad. Los
cambios en cantidad serán evaluados a precios
unitarios de contrato y la cantidad total del con-
trato se debe ajustar de conformidad. Pero si el
cambio total del costo asciende a más de un por-
centaje especificado del precio total del contrato,
por ejemplo 25%, debe llevarse a cabo un convenio
complementario del contrato, aceptable para am-
3.4 . Sección tres
bas partes, antes que el contratista avance con el
trabajo afectado.
Un convenio complementario es un convenio
escrito, empleado para modificar el trabajo conside-
rado fuera del alcance general y términos del con-
trato, o para hacer cambios en el trabajo dentro del
alcance del contrato, pero que rebasa un porcentaje
estipulado de la cantidad original del contrato. El
convenio debe estar firmado por ambas partes con-
tratantes.
3.3 Tipos de contratos
Los contratos de construcción de las obras públicas
casi siempre se adjudican sobre la base de compe-
tencia en un concurso. En general, tales contratos
son de dos tipos: a precio unitario o por medida, a
suma global o precio alzado, lo cual depende de la
forma de pago del contratista. Los contratos de
construcción que hacen los propietarios privados
pueden obtenerse por concurso o se negocian; pero,
en cualquier caso, en general, pertenecen a los dos
tipos mencionados (véase la sección 4.4.)
3.3.1 Contrato a precio unitario
Cuando no es posible establecer en los proyectos los
lúnites exactos de las diversas partidas de la obra
incluidas en el contrato, para fines de pago se divide
la obra en sus principales elementos según el tipo
de trabajo y los oficios que comprende. A cada
elemento unitario se le conoce como concepto de
obra; el número de unidades es estimado por el
ingeniero y se llama cantidad estimada. Este núme-
ro se lista en el presupuesto y se requiere que los
concursantes presenten un precio unitario por cada
concepto. Ejemplo de ello es la cantidad de concreto
que se propone a determinado precio unitario por
yarda cúbica.
Se obtiene el presupuesto total al sumar los
importes de todos los conceptos del presupues-
to, importes que se obtienen al multiplicar el núme-
ro de unidades de cada una de las partidas por su
correspondiente precio unitario propuesto. El pre-
supuesto total es la base de comparación de todas
las proposiciones recibidas y sirve para establecer
la oferta de costo más bajo, misma que será hecha
por el concursante a quien se va a adjudicar el
contrato. Los pagos al contratista se harán sobre la
base de la cantidad real medida de cada concepto
ejecutado en la obra al precio unitario establecido
en el contrato (véase también la sección 4.4.)
3.3.2 Contrato a suma global o
a precio alzado
Se emplea un contrato a suma global cuando es
posible establecer con exactitud, en el proyecto, los
límites de la obra establecidos en el contrato, debido
a lo cual se realiza una investigación de la cantidad
precisa como base para la licitación. En este tipo de
contrato, es imperativo que los planos del proyecto
y las especificaciones sean claros y muestren con
detalle todas las características y requisitos de la
obra. Se paga al contratista sobre la base de un
presupuesto a suma global, o a precio alzado, que
cubra todas las labores y servicios detallados en los
planos y las especificaciones (véase también la sec-
ción 4.4.)
3.3.3 Contratoa suma global y precio
unitarios
Con frecuencia en el mismo contrato se combinan
las propuestas de precio unitario y suma global; por
ejemplo, una estructura entera detallada en su tota-
lidad en los planos se incluirá en la propuesta como
una partida de precio alzado, en tanto que los pre-
cios unitarios pueden necesitarse para las caracte-
rísticas de cantidades variables, como excavación o
longitudes de los pilotes.
3.3.4 Contrato negociado
En ocasiones, se negocian los contratos de obras
públicas y, con más frecuencia, los de privadas.
Estoscontratos se pueden preparar conbase en una
omás formasdiferentes de pago. Algunas de las que
más se usan son:
El método de pago a precio alzado o por el de precio
unitario o una combinación de ambos
El método del costo reembolsable con un precio
tope y honorarios fijos
El método de los costos reembolsables más un ho-
norario fijo
El método de los costos reembolsables más un por-
centaje del costo
El contrato de dirección de obra
Además, se pueden agregar incentivos.
Para un contrato negociado, el propietario selec-
ciona un contratista reconocido por su confiabi-
lidad, experiencia y capacidad, y en negociación
directa establece los términos del convenio entre
ellos y la cantidad de honorarios que se vayan a
pagar. Para dependencias públicas, los factores que
contribuyen a la selección de un contratista se
determinan generalmente por los procedimientos
de llenado de requisitos o prerrequisitos, mediante
cuestionarios e investigación. Estos cuestionarios se
adaptan con facilidad para usarse en contratos que
se vayan a negociar por propietarios privados.
El convenio de suma global o precio alzado se
negocia con base en el análisis del ingeniero. Se
determina y se conviene un porcentaje fijo de indi-
rectos y utilidad, y se llega a un acuerdo en cuanto
a los precios de la mano de obra y el material
propuestos por el contratista y los estimados por el
ingeniero.
El convenio de costo reembolsable con un pre-
cio tope es aquél en donde se le reembolsan al
contratista todos los costos establecidos en el con-
trato hasta llegar a un costo de tope máximo. El
contratista recibe honorarios fijos, los cuales no va-
rían con el costo de la obra; excepto por esto, el
convenio es similar al de tipo costos más honorarios
fijos.
En la determinación de los honorarios que se
pagarán al contratista bajo un contrato de costo más
honorarios fijos que sean justos y razonables para
ambas partes contratantes, es necesario que se pre-
senten los planos definitivos, un presupuesto de los
costos de construcción, conocimiento de la magni-
tud y complejidad de la obra, tiempo de duración y
cantidades de obra que se va a dar a subcontratistas.
Por tanto, los términos del contrato pueden estable-
cer los métodos para controlar y autorizar los gastos
y para determinar el costo real.
Con un contrato de costo más porcentaje del
costo, la utilidad del contratista se basa en un por-
centaje fijo calculado sobre los costos reales de la
obra. Esta forma de pago es menos deseable que
la de honorarios fijos, ya que la compensación del
contratista aumenta conforme se incrementan los
costos de construcción. Esto propicia que no se
Especificaciones. 3.5
aliente al contratista a fin de que procure ahorrar
durante la construcción.
Un contrato de dirección de obra requiere que
el contratista divida la obra en varias partes, lo
cual se acostumbra hacer por oficio. Aquí el con-
tratista acepta ofertas de trabajo de un grupo de
subcontratistas y los contrata. Es costumbre que el
contratista principal realice cierta parte especifica-
da de la obra y coordine el trabajo de los otros.
El propietario le reembolsa al contratista principal
su trabajo, el trabajo de todos los subcontratistas
y, además, le paga una pequeña utilidad y hono-
rarios por concepto de administración de los sub-
contratos.
En algunas partes en E. U. se exige que los pro-
yectos grandes de dependencias públicas sean lici-
tados por separado según especialidad, como por
ejemplo ingeniería civil, mecánica, calefacción, ven-
tilación y acondicionamiento de aire (HVAC) yelec-
tricidad. Para organizar esto y garantizar la correcta
administración del contrato, se han escrito algunas
especificaciones para indicar que el contratista ge-
neral civil incluya un renglón para administración
de contrato de construcción a los otros oficios o
especialidades. Las licitaciones para todos los ofi-
cios principales son tomados por el propietario con
asignación directa de subcontratistas de ingeniería
mecánica, HVAC y eléctrica al contratista general
civil. En efecto, este último firma un convenio de
administración de construcción junto con un conve-
nio para completar la obra civil general. Las especi-
ficaciones requieren que la licitación del contratista
civil incluya costos para tomar en cuenta la coordi-
nación y control de los subcontratistas, al mismo
grado que si el contratista civil hubiera tomado
licitaciones directas y firmado convenios con los
diversos subcontratistas de oficio.
Los contratos con incentivos varían. La premisa
básica es que el propietario pagará primas si se
hacen economías en la construcción y si ésta se ter-
mina antes de tiempo; de otra manera, si hay inefi-
ciencia y retraso, el contratista será penalizado.
3.3.5 Contratos por especialidad
Algunas veces las situaciones especiales hacen
que la contratación se desvíe del procedimiento
ordinario (sección 3.2). Ejemplos de ello son los
contratos para comprar e instalar maquinaria y
equipo altamente especializado, como las máqui-
3.6 . Sección tres
nas de cobro de las casetas de peaje y los sistemas
de comunicación.
Para proyectos en el sector privado, en lugar de
hacer un concurso público, el propietario solícita pro-
puestas de un grupo selecto de contratistas especial-
mente calificados y reconocidos en general como
especialistas en la manufactura e instalación de tales
servicios. Cuando sí es posible hacer un concurso, se
hace. En estos casos, los documentos del contrato
preparados por el ingeniero del propietario son, salvo
excepciones, como los descritos en la sección 3.2.
Puesto que no se publicó una invitación a concurso,
esta sección y lo que con ella se relacione no se
incluye; aun así, el procedimiento de contratación es
en esencia el mismo que se sigue en los contratos por
concurso público. Las dependencias gubernarnenta-
les pueden emplear un procedimiento modificado en
donde intervenga la formulación de un paquete de
precalificación y concurso público de licitación, for-
mulado por sus ingenieros.
Véase también la sección 3.8.
3.4 Especificaciones estándar
En E. U., las dependencias gubernamentales y
muchos otros organismos públicos responsables
de obras públicas publican "especificaciones es-
tándar", que establecen una uniformidad de
procedimiento administrativo y calidad de insta-
laciones construidas, como se evidencia en requi-
sitos específicos de materiales y mano de obra. Las
especificaciones estándar de un organismo res-
ponsable suelen contener información para poten-
ciales licitadores, requisitos generales que rigen
procedimientos contractuales y funcionamiento
del trabajo de un contratista, así como especifica-
ciones técnicas que comprenden la construcción
del trabajo en particular que se encuentra dentro
de su jurisdicción. Carreteras, puentes, edificios y
obras hidráulicas y sanitarias son ejemplos de los
tipos de mejoras para las que dependencias del
gobierno pueden tener especificaciones estándar.
Estas últimas, publicadas periódicamente, se pue-
den actualizar en forma provisional por la expedi-
ción de enmiendas, revisiones o suplementos.
Para que las especificaciones para un contra to en
particular se adapten completamente al trabajo del
contrato, las especificaciones estándar casi siempre
requieren modificaciones y adiciones. Las modifi-
caciones y adiciones se conocen como especificacio-
nes complementarias, estipulaciones especiales o
condiciones especiales. Junto con las especificacio-
nes estándar, comprenden las especificaciones para
la obra (ver también sección 3.11).
3.5 Especificaciones maestras
Al igual que las especificaciones normativas que
son muy comunes con el gobierno y en otros orga-
nismos en E. U. (sección 3.4), las especificaciones
maestras son herramientas muy útiles para las
organizaciones de diseño que dan servicio a los
clientes particulares. Una especificación maestra
abarca un concepto particular de la construcción,
como la excavación y la construcción de terraple-
nes, las estructuras de concreto o el acero estruc-
tural. Esta especificación contiene los requisitos
para cualesquier condiciones en toda construcción
posible que puedan anticiparse para esta partida
particular. Las especificaciones maestras se prepa-
ran internamente. (Los ingenieros que trabajan
principalmente para organismos que imponen sus
propios estándares como textos básicos de las
especificaciones del proyecto encontrarán que
las especificaciones maestras tienen aplicación li-
mitada.)
Cuando se aplica una especificación maestra se
eliminarán todos los requisitos que no se aplican al
proyecto particular. De esta manera, el empleo de
una especificación maestra no sólo reduce el tiempo
necesario para establecer una condición del contra-
to, también sirve como una lista de comprobación
para el que hace el contrato y minimiza los errores
y las omisiones. Otra ventaja importante que se
logra con una especificación maestra consiste en
que el texto editado se pueda emplear directamente
para propósitos de revisión sin tener que esperar a
que la mecanografía quede terminada. Sin embar-
go, al editar una especificación maestra, la negli-
gencia al eliminar las disposiciones no aplicables
entorpecerá y aumentará el texto de las especifica-
ciones del proyecto. Además, las disposiciones no
aplicables provocan confusión en los contratistas
y en otras personas que utilizan los documentos
finales.
Para que una especificación maestra sea útil,
debe actualizarse periódicamente de manera que
incorpore las prácticas actuales o los nuevos desa-
rrollos. Nunca se considera aceptable en las especi-
ficaciones del proyecto la información obsoleta.
~
3.6 Disposiciones generales
de las especificaciones
Las disposiciones generales establecen los derechos
ylas responsabilidades de las partes en los contratos
de construcción (el propietario y el contratista); tam-
bién incluyen la fianza, los requisitos que rigen sus
relaciones comerciales y legales, y la autoridad y
responsabilidad del ingeniero. Estas secciones reci-
ben a veces el nombre de ''legales'' o "periódicos".
Cuando una agencia de contratación mantiene
especificaciones estándares publicadas, las especifi-
caciones para un proyecto comprenden estas normas
y, además, las modificaciones y adiciones necesarias
para un requisito en particular del proyecto, general-
mente llamadas disposiciones especiales.
En una obra de propiedad privada, donde por lo
general no hay especificaciones estándar publica-
das por el propietario, las especificaciones se ajus-
tan para adaptarse a los requisitos del proyecto. Es
pertinente una parte importante de las disposicio-
nes generales estándares para tales contratos. Se
agregan requisitos peculiares a la naturaleza de la
obra, según sea necesario. Naturalmente que en un
contrato para construcción de propiedad privada
no se incluyen partes de las disposiciones generales
relacionadas con requisitos legales, inherentes a la
existencia corporativa de una entidad pública. Por
ejemplo, los permisos legales de entidades públicas
exigen protección mediante fianzas de pago y de
cumplimiento, en tanto que los propietarios parti-
culares pueden contratar obras sin ninguna fianza
de pago. Esto ahorra costo para el propietario pri-
vado pero lo pone en mayor riesgo en caso que el
contratista no cumpla- o no pague a proveedores,
trabajadores o a sub contratistas.
Las disposiciones generales pueden establecerse
en detalle bajo las siguientes subsecciones:
Definiciones y abreviaturas 8 Esta sec-
cióncomprende abreviaturas y definiciones de tér-
minos empleados en las especificaciones.
Requisitos de licitación 8 Esta sección tra-
ta sobre la formulación y remisión de licitaciones y
otra información pertinente para licitadores (sec-
ción 3.8.1).
Procedimiento de contrato y subcontrato
8 Esta sección incluye la adjudicación yejecución
del contrato, requisitos para fianza de contratista,
Especificaciones. 3.7
remisión de programa de avance, recurso o ayuda
por no ejecutar el contrato, y disposiciones para
subarrendar y asignar contratos.
Alcance de la obra 8 Esta sección presenta
una exposición que describe la obra a ser ejecutada;
requisitos para mantenimiento y protección de trá-
fico de carreteras y ferrocarriles, donde los haya;
limpieza antes de aceptación final del proyecto; y
disponibilidad de espacio para planta, equipo y al-
macén del contratista en el sitio de la construcción.
Del mismo modo, se establece un límite sobre la
desviación permisible de cantidades reales con res-
pecto a cantidades estimadas de la proposición, sin
cambiar precio unitario de contrato.
Control de la obra 8 Esta sección se refiere
a la autoridad del ingeniero, planos, especificacio-
nes, dibujos de trabajo y de taller, estacas, líneas y
pendientes; procedimientos de inspección; relacio-
nes con otros contratistas en el sitio o adyacentes al
mismo, construcción de una oficina de campo y
otras instalaciones para el ingeniero, necesarias en
la administración del contrato y control de la obra;
inspección de materiales, muestreo y prueba; mane-
jo de trabajo no autorizado o defectuoso; reclama-
ciones del contratista por compensación adicional o
ampliación de tiempo; entrega de espacios; registro
de documentos; aceptación de obra al término del
proyecto; y mantenimiento de garantía.
Relaciones públicas y legales 8 Esta sec-
ción de las disposiciones generales se refiere a as-
pectos legales que determinan las relaciones entre
el contratista y la agencia propietaria, y entre el
contratista y el público en general. Establece los
requisitos a cumplir y medidas de protección que el
contratista debe tomar, para que las responsabilida-
des por acciones que resulten de la continuación de
la obra sean debidamente orientadas y atendidas.
Los temas incluidos son la renuncia de cualquier
responsabilidad personal con el oficial o depen-
dencia contratante, el ingeniero y sus respectivos
representantes autorizados para llevar a cabo las
disposiciones del contrato, o ejercer cualquier poder
o autoridad otorgada a ellos por virtud de su posi-
ción; en estos asuntos actúan como agentes y repre-
sentantes de la dependencia propietaria, como por
ejemplo el gobierno federal, departamento del esta-
do, municipalidad o comisión estatal.
3.8 . Seccióntres
Otras características que controlan las relaciones
legales y públicas con el contratista son las siguien-
tes: reclamaciones por daño; leyes, ordenanzas y
regulaciones; responsabilidad por el trabajo; por los
explosivos; las disposiciones sanitarias; la seguri-
dad y conveniencia pública; la prevención de acci-
dentes; el daño a la propiedad privada y a los
servicios públicos.
Reclamacionespor daño. Se citan las cláusulas
de indemnización y protección contra daños para
proteger a los propietarios y a sus representantes.
La protección se extiende a demandas y costos de
todo tipo y descripción y a todos los daños a los
cuales pudieran estar sujetos por razón del daño
personal o a la propiedad u otros que resulten del
cumplimiento del contrato de trabajo o de la negli-
gencia del contratista, del uso inadecuado de ma-
quinaria, herramientas o utensilios defectuosos o de
cualquier acto u omisión de parte del contratista
o de los agentes del contratista, empleados o ayu-
dantes. Estas disposiciones se aplican a los subcon-
tratistas, a los proveedores del material y a los
trabajadores que desempeñan un trabajo en el pro-
yecto.
Estos requisitos pueden imponerse solicitan-
do al contratista que proporcione un seguro de
carácter específico y que en sus cláusulas se es-
pecifiquen las cantidades que darán protección
adecuada contra reclamaciones, responsabilida-
des, daños y accidentes al contratista, a los propie-
tarios, a sus derechohabientes, a los empleados de
oficinas, a los agentes, a sus ayudantes y a cual-
quier otro que se encuentre legalmente en el lugar
de trabajo. Los tipos de seguros y las cantidades
se especifican, por lo común, en cláusulas especia-
les. No obstante, ni el consentimiento ni la omisión
al autorizar el seguro proporcionado por el con-
tratista desliga a éste de la responsabilidad de
todas las disposiciones que describen las obliga-
ciones inherentes a la indemnización y a la repa-
ración de los daños. En general, se incluye en el
seguro proporcionado por el contratista, cuando
son aplicables, y en las cantidades mínimas reque-
ridas en cobertura establecidas con base en la pér-
dida en cualquier circunstancia, lo siguiente:
Seguro de remuneración al trabajador. Este se-
guro es obligatorio. En EU debe ser extendido en
donde se justifica que se incluyan las obligaciones
comprendidas en la Longshoremen' s y Harborwor-
kers' Compensation Act y la ley Admiralty.
La póliza que cubre la responsabilidad gene-
ral del contratista incluye las obligaciones con-
tractuales junto con las responsabilidades por
lesiones y daños a terceros. La póliza de este segu-
ro es ampliada por el contratista principal cuando
haya subcontratistas, mediante el seguroprotector
dela responsabilidaddel contratistaadquirido por el
contratista principal, y por el segurode responsabi-
lidad general por cada uno de los subcontratistas.
Las pólizas proporcionarán seguro por explosión,
derrumbe y otros riesgos subterráneos (cobertura
XCU), cuando tales riesgos sean inherentes al tra-
bajo. Para cubrir el periodo entre la terminación
de la obra por parte del contratista y su aceptación
por parte del empresario, las pólizas deben tener
un endoso que cubra las obras terminadas. Asi-
mismo, las pólizas del seguro de responsabilidad
contractual deberán llevar un endoso que indique
la aceptación por parte de los firmantes de las
cláusulas de indemnización y protección contra
daños.
La póliza total de automóviles proporciona un
seguro para todos los vehículos propios o rentados
y sobre todo el equipo de construcción, junto con el
seguro por lesiones corporales y daño en propiedad
ajena.
La póliza del seguro de riesgos del propietario
cubre la pérdida o daños a la estructura debida a
incendio, al viento, etcétera.
El contratista deberá proporcionar un seguro
por responsabilidad civil pública, un seguro con-
tra daños en propiedad ajena, un seguro inde-
pendiente por responsabilidad pública y un seguro
contra daños en propiedad ajena (que proteja al
propietario), designando al propietario, a sus here-
deros, a sus designatarios, a sus agentes y a sus
ayudantes como beneficiarios con respecto de todas
las operaciones desarrolladas por el contratista. Al-
gunas especificaciones exigen que el propietario
mantenga un seguro contra daños en propiedad
ajena con cobertura total del valor del proyecto,
además del seguro contra daños en propiedad ajena
proporcionado por el contratista. Este seguro del
propietario lo protegerá contra daños, por alguien
además del contratista, a propiedad ajena que ha
sido aceptado y pagado antes de su aceptación final.
El contratista debe, donde sea aplicable, tener un
seguro de protección e indemnización, o una co-
bertura semejante, que lo proteja con respecto a las
embarcaciones, ya sea privadas o alquiladas, que
sean empleadas u operadas por él; esta cobertura
debe protegerlo contra daños corporales y en la
propiedad (véase la sección 4.16.)
Los seguros son un campo especializado. De
aquí que la especificación de la póliza del seguro
debe hacerla quien tenga experiencia en ese campo.
Leyes, ordenanzas yreglas.En esta parte se citan
las leyes federales y estatales pertinentes, los regla-
mentos, las normas y las ordenanzas locales que
afectan a todos los responsables o empleados en el
proyecto, a los materiales o equipo usados, a la con-
ducción del trabajo. Con frecuencia se establece que
todos los permisos y licencias necesarios para realizar
el trabajo sean proporcionados y costeados por los
contratistas. Es frecuente que el ingeniero formule
permisos de construcción para el propietario, cuando
estos permisos afecten el diseño final del proyecto.
Responsabilidades deltrabajo.Se requiere que
los contratistas asuman una responsabilidad total
por los materiales y el equipo empleados en la
construcción del proyecto. Se conviene con ellos que
no hagan reclamaciones al propietario por concepto
de los daños que por cualquier causa resulten en
elementos tales como materiales o equipo. Hasta la
aceptación final, el contratista es el responsable por
el daño o la destrucción de la obra o de cualquier
parte de ella cualquiera que sea la causa, excepto
por el daño causado por el equipo propiedad del
dueño. Se requiere que el contratista repare o repon-
ga todo lo destruido o dañado, excepto cuando esa
destrucción o daño sea causado por otros, antes de
la aceptación final de la obra y que incluya todos los
costos presentados para las diversas partidas pro-
gramadas en el presupuesto.
Explosivos.Se requiere que el uso, manejo y al-
macenamiento de los explosivos se sujeten a las
leyes y reglamentos de las dependencias guberna-
mentales que los controlan. Es necesario que se usen
los medios adecuados para evitar, en todo lo que se
pueda, el riesgo del daño en la propiedad pública o
privada debido a una explosión.
Disposiciones sanitarias. Se le pide al contratista
que proporcione y mantenga los servicios sanitarios
adecuados para el personal de acuerdo con los có-
digos sanitarios de las dependencias federales, es-
tales y locales que tienen jurisdicción en la obra.
Bienestar yseguridad públicas.En esta cláusula
se dispone que el contratista dirija el trabajo de tal
Especificaciones. 3.9
manera que moleste lo menos posible al público y a
los vecinos contiguos a la obra, y proporcione protec-
ción para las personas y la propiedad. El contratista
instalará cruces temporales que den acceso a la pro-
piedad privada. Asimismo tomará medidas para im-
pedir los depósitos de tierra y otros materiales en las
calles, en las cuales está operando el equipo de trans-
porte y quitar lo más pronto posible tales depósitos,
si los hay, de manera que se dejen limpias las áreas.
El contratista debe emplear métodos y procedimien-
tos constructivos que minimicen la contaminación.
Prevención deaccidentes. Esta cláusula establece
que deben observarse las disposiciones de seguridad
establecidas en las normas de las dependencias pú-
blicas en este campo. Es la responsabilidad del con-
tratista proporcionar condiciones seguras de trabajo
en la obra. El contratista es responsable en todo el
tiempo, de la seguridad en el trabajo.
Dalioenlapropiedad.Esta cláusula define las
obligaciones del contratista cuando entra o invade
propiedad privada al estar desempeñando su trabajo
y en relación con cualquier daño a dicha propiedad.
Servicios públicos. En esta cláusula se hace hin-
capié en que el contratista puede encontrar instalacio-
nes de servicios públicos y privados que obstaculicen
el desarrollo del trabajo y que, por tanto se necesite
removerlas y protegerlas adecuadamente durante
la construcción. Esta cláusula establece los procedi-
mientos y los costos que serán absorbidos por el
contratista así como por las empresas de servicios
públicos y por la dependencia gubernamental, de
acuerdo con la política de la dependencia pública y
con las leyes que se refieren a tales casos.
Disminuirla erosióndel sueloy contaminación del
aguaydelaire. En esta cláusula, se recuerda a los
contratistas la responsabilidad que tienen de dismi-
nuir la erosión de los suelos y no azolvar ni enlodar
las corrientes de agua, los sistemas de irrigación,
respetar los límites y las tierras adyacentes a la obra.
Contaminantes como los aceites, los lubricantes y
otros materiales dañinos, no deben descargarse en
las corrientes de agua o cerca de ellas, en embalses
o en los canales. Tampoco se permite quemar nin-
gún material.
Seguimiento y avance _ Enesta secciónde
las disposicionesgeneralessetratan consideraciones
3.10 . Seccióntres
pertinentes como el inicio y el seguimiento de la obra,
el tiempo de terminación del contrato, la suspensión
del trabajo, los retrasos inevitables, las anulaciones y
negligencias en el cumplimiento del contrato, los
pagos por daños y la ampliación del tiempo.
Inicioy seguimientodelostrabajos. Este inciso
establece la fecha en la cual se debe iniciar el trabajo
ya partir de la cual el tiempo del contrato comienza
a correr. También establece la necesidad que la cons-
trucción proseguirá de una manera y en una secuen-
cia tal que asegure la terminación establecida en el
programa de avance del contratista, mismo que fue
aprobado previamente por el ingeniero. Se describe
cualesquier limitaciones de operaciones que puede
haber en el lugar de trabajo, como el tráfico, el
trabajo de otras personas, y el programa de termi-
nación por etapas. Adicionalmente establece que la
capacidad, suficiencia y carácter de los trabajado-
res, los métodos de construcción y el equipo sean
los adecuados para proseguir el trabajo hasta su
terminación en el tiempo y forma especificados.
Tiempodeterminación. Es ventajoso especificar
el tiempo límite para terminar el trabajo, en días
calendario a partir de la fecha de inicio en lugar de
especificado en días hábiles, ya que la determina-
ción real de un día laborable con frecuencia es causa
de controversia. Es aquí donde se debe especificar,
si es necesario, la terminación de alguna etapa cuan-
do resulta ventajoso para el propietario poder ocu-
par parte de la obra antes de finiquitar el contrato o
cuando una prioridad en la construcción de un
aspecto particular resulta esencial en las operacio-
nes siguientes.
Suspensión deltrabajo.Esta cláusula establece
las condiciones normales por las cuales el propieta-
rio puede suspender el trabajo, total o parcialmente,
por el periodo que juzgue necesario, sin que rescin-
da el contrato, y el periodo que pueda durar la
suspensión sin necesidad de compensar al contra-
tista. Estas condiciones pueden incluir el estado del
tiempo u otras situaciones desfavorables para con-
tinuar el trabajo y aquéllas en que el contratista no
cumple con lo establecido en el contrato o para
corregir las condiciones inseguras para los trabaja-
dores o para el público en general.
Demoras inevitables. Puede garantizarse al con-
tratista una ampliación en el tiempo del contrato
por demora que, por cualquier razón, escapan a su
control, y que no sean aquéllas que se deben a una
suspensión del trabajo. Sin embargo, esta cláusula
no da derecho al contratista para reclamar una com-
pensación adicional, a menos que en el contrato se
especifique lo contrario.
Recisióne incumplimiento del contrato. Las pre-
visiones de terminación de contrato son las si-
guientes:
Por rescisión:si un funcionario público actuando
en interés público, nacional o estatal o en el de una
dependencia, ordena que se detenga la obra puede
dar lugar a que el propietario rescinda el contrato.
Con un contratista cumplido, se llega a un acuerdo
con respecto al costo del trabajo terminado, del
trabajo en proceso y de los costos de movilización
del lugar del proyecto, sin hacer concesiones por
una utilidad anticipada. Asimismo, el propietario
puede rescindir el contrato cuando encuentra que
un contratista paga a otros por la solicitud de un
contrato público, con lo cual viola la disposición que
establece no coludirse con otros.
Por incumplimiento: cuando se abandona un pro-
yecto o cualquier parte de él, se ha demorado inne-
cesariamente o el contratista no puede terminado
en el tiempo especificado, o cuando el contratista
viola a sabiendas las cláusulas del contrato o las
cumple de mala fe, de ordinario el propietario pue-
de declarar el incumplimiento por parte del contra-
tista y notificarle que suspenda el trabajo en el
proyecto. Cuando un contratista no cumple, el pro-
pietario puede hacer uso de su material y equipo
para terminar el proyecto apoyándose en la fianza
del constructor o en otros medios que considere
necesarios para terminar el proyecto de una forma
aceptable. Todos los costos, ya sea menores o mayo-
res de los presupuestados en el contrato en que
incurra el propietario para terminar el proyecto, se
cargan al contratista o a su afianzadora.
Liquidación dedaños.Se toman disposiciones
para que el contratista pague al propietario una
suma de dinero por cada día de retraso en la termi-
nación de etapas específicas o de la obra contratada
después de la fecha de vencimiento. El convenio
sobre daños elimina los litigios y las disputas que
pueda haber acerca del casi interminable daño real,
a la vez que da un incentivo al contratista para que
termine el trabajo a tiempo. Cuando la suma espe-
cificada no es representativa del daño real sufrido
..
por el propietario en el aumento de sus costos, la
misma llega a ser, de hecho, un castigo por la demo-
ra en la terminación y no amerita ni es sustentable
una demanda judicial.
Ampliacióndeltiempo. Esteincisoestablececier-
tas condiciones que se considerarán causas justas
para conceder una ampliación en el plazo estipula-
do en el contrato para terminar la obra. Estas con-
diciones pueden incluir órdenes de modificación
que añadan trabajo adicional al descrito en el con-
trato, suspensiones del trabajo o demora debidas a
causas distintas de las condiciones meteorológicas
usuales.
Cantidad de obra y pagos 8 En esta sec-
ción de las disposiciones generales se dan las reglas
para medir la cantidad de obra terminada; los pe-
riodos de pagos; la modificación de los planos y la
consecuente modificación de los métodos de pago;
los pagos; los procedimientos que se siguen en los
pagos parciales yel pago final; la terminación de las
responsabilidades del contratista, y la garantía ne-
cesaria para cubrir el riesgo de trabajo defectuoso.
Medicionesdela cantidaddeobra. Esteincisoes-
tipula que para efectos de pago, toda la obra termi-
nada de acuerdo con el contrato será calculada por
el ingeniero de conformidad con medidas normati-
vas en el país.
Alcance delpago. Esta cláusula establece que el
pago de una determinada cantidad de obra al precio
unitario de la propuesta será la compensación total
por la realización y terminación del trabajo y por
toda la mano de obra, materiales, herramientas,
equipo y todo lo necesario que se suministró.
Modificación delosplanos.Se toman disposicio-
nes para hacer los pagos correspondientes a las
modificaciones en la obra; es decir, a las cantidades
medidas de trabajo terminado o de materiales em-
pleados que son mayores o menores que las canti-
dades correspondientes estimadas y programadas
en el presupuesto y se establecen los límites cuanti-
tativos de tales cambios que están permitidos por
las órdenes de modificación; el contexto de la orden
de modificación, incluso el tipo y el carácter del
trabajo, los materiales que deben proporcionarse y
las modificaciones en el plazo del contrato; los con-
venios complementarios de cambios en los precios
Especificaciones. 3.11
contractuales de las partidas programadas y la eje-
cución del trabajo no identificada con alguna parti-
da programada en el presupuesto.
Pago.Este inciso establece el procedimiento por
medio del cual se harán los pagos por la cantidad
real de trabajo autorizado terminado y aceptado
bajo cada partida programada en el presupuesto, ya
sea al precio unitario de la misma o al precio unita-
rio estipulado en un convenio adicional.
De ordinario el procedimiento implica que se
hagan periódicamente pagos parciales a cuenta. Es-
tos pagos se basan en las cantidades aproximadas
de obra terminada durante el periodo precedente,
medidas por el ingeniero y atestiguadas por los
certificados de pago. El propietario puede retener
un porcentaje de la cantidad estipulada en cada
certificado, dejándola pendiente hasta el finiquito
del contrato. A la entrega y aceptación del contrato,
el ingeniero prepara un certificado de costo final,
que es aprobado por el propietario y determina
la cantidad total de dinero que se adeuda al contra-
tista y de la cual se deducen los pagos a cuenta
hechos previamente. El pago final se hace sobre una
representación satisfactoria por parte del contratis-
ta de que no hay reclamaciones pendientes en con-
tra del contratista interpuestas con el propietario,
que el contratista muestre que se han pagado todas
las obligaciones en las que incurrieron él y los sub-
contratistas al llevar a cabo el proyecto, que no
amerita embargo alguno y que ha entregado cual-
quier fianza de garantía que se le haya pedido.
Terminacióndela responsabllIdad.del contratista.
Esta cláusula establece que hasta la terminación y
aceptación de todo el trabajo descrito en el contrato
y hasta que se haya hecho el pago final, y sólo hasta
entonces, se considera que el proyecto está termina-
do y libera al contratista de más obligaciones y
requisitos.
Garantíaencontradeuntrabajodefectuoso. Se
establece un periodo y una cantidad de dinero
como garantía de todo o parte del trabajo; calcula-
dos como un porcentaje del costo fijado en el con-
trato. El contratista proporciona una fianza que lo
condiciona a realizar todo el trabajo no hecho y
a reemplazar todos los materiales y trabajo no
proporcionados, de acuerdo con los términos y
requisitos de ejecución del contrato; asimismo, se
estipula que hará las reparaciones de defectos que
3.12 . Seccióntres
aparezcan antes de que termine el periodo de
garantía.
Resolución de controversia. Algunas normas es-
tipulan que las controversias deben ser manejadas
por arbitraje obligatorio. Otras normas exigen que
las controversias se vayan directamente a juicio con
el lugar de jurisdicción indicado en el condado de
la ubicación del propietario.
3.7 Especificaciones técnicas
Estas especificaciones descritas con brevedad en la
sección 3.1 pueden modificarse en varias formas.
Pueden seleccionarse una o más de éstas, de manera
que sean las idóneas al propósito para el cual se
preparan las especificaciones. Los tipos de especifi-
caciones técnicas de uso común son:
Especificaciones de materiales y mano de obra co-
múnmente llamadas especificaciones descriptivas.
Especificaciones de compra o adquisición de mate-
riales.
Especificaciones de operación (procuración).
Especificaciones de materiales y mano
de obra _ Este tipo de especificaciones casi es
universal en los contratos de construcción. Se inclu-
yen en su cobertura los factores principales que se
consideran dentro del desarrollo y la terminación
de la obra cubierta por el contrato. Estos factores
incluyen las condiciones generales y especiales que
afectan el desempeño del trabajo, los requisitos de
ma teriales, los detalles de construcción, y la medida
de las cantidades de obra bajo las partidas de la obra
programadas y los métodos de pago de dichas par-
tidas.
Especificaciones de compra o adquisición
de materiales _ Estas especificaciones se usan
en proyectos de considerable magnitud que requie-
ren muchos contratos generales independientes de
construcción, contratos que de ordinario operan
simultáneamente y bajo los cuales las clases de
construcción son análogas. Por ejemplo, las especi-
ficaciones de compra o adquisición de los materia-
les son deseables en el caso de una carretera de
longitud considerable que implique la construcción
de estructuras de cruce de acero estructural o y de
elementos de concreto presforzado. En tales casos,
con frecuencia es ventajoso separar los contratos
del acero estructural o del concreto presforzado de
los contratos generales de todo el proyecto. Este
procedimiento asegura la uniformidad y la dis-
ponibilidad de los materiales. Facilita la construc-
ción, al permitir programar las entregas de manera
que coincidan con las necesidades del contratista
general en un punto específico del proyecto global.
Asimismo, puede emplearse un procedimiento se-
mejante para abastecerse de los materiales de cons-
trucción en suficiente cantidad.
Las especificaciones en los contratos de esta na-
turaleza contienen, además de los procesos de cons-
trucción, todos los elementos de las especificaciones
de materiales y mano de obra, excepto los deta-
lles de la construcción en campo. Si la instalación de
los elementos se incluyen en las especificaciones
de compra, el procedimiento es el mismo que para
las especificaciones de materiales y mano de obra.
Especificaciones de operación _ Estas es-
pecificaciones se aplican mucho en los contratos de
compra de maquinaria y de equipo de operación
de la planta, y se consideran como contratos dife-
rentes de los de compra de materiales. Los contratos
de maquinaria y equipo pueden celebrarse inde-
pendientemente por el propietario antes que se
haga el contrato de construcción bajo cuyas cláusu-
las se hará la instalación. El objetivo de esto es
asegurar la entrega de dicha maquinaria en el lugar
de trabajo, de manera que llegue a tiempo para que
pueda instalarse dentro de la secuencia programa-
da de construcción. De ordinario es necesaria la
colocación adelantada de los contratos de compra,
debido a la gran cantidad de tiempo que se lleva la
manufactura de tales artículos. En general las espe-
cificaciones de operación, además de establecer los
materiales que entran dentro del equipo de cons-
trucción, con todas las propiedades físicas y quími-
cas pertinentes, determinan las características de
las capacidades que debe tE!ner el equipo bajo las
condiciones reales de operación. Entonces las espe-
cificaciones deben ser completas respecto a la defi-
nición de la calidad, función y otros requisitos que
deben satisfacerse. Puesto que en las especificacio-
nes de operación son necesarias muestras, pruebas,
certificaciones y otras pruebas de acatamiento, los
costos del contratista tienden a incrementarse por-
que debe proporcionar la información y los costos
al ingeniero para que verifique los datos que se le
enviaron. Esto también se añade a la responsabili-
dad que tiene el proyectista por un producto no
satisfactorio o inadecuado.
Losrequisitos para verificar y certificar los resul-
tados son registrados en las especificaciones de
acuerdo con los procedimientos establecidos por las
apropiadas asociaciones industriales.
Cuando la maquinaria y el equipo no son críticos
desde un punto de vista de los programas de ma-
nufactura y de entrega, pueden incluirse en las
especificaciones de construcción. En la sección 3.12
se detallan las especificaciones técnicas típicas.
3.7.1 Especificaciones de materiales
En esta división de las especificaciones generales se
describen los diversos materiales de construcción
que se utilizarán en el trabajo y sus propiedades. Las
propiedades principales consideradas en la prepa-
ración de las especificaciones de materiales de cons-
trucción son:
1. Propiedades físicas, como resistencia, durabili-
dad y elasticidad.
2. Composiciónquímica.
3. Propiedades eléctricas, térmicas y acústicas.
4. Apariencia, como el color,la textura, el diseño y
el acabado.
Las especificaciones de los materiales también in-
cluyen los procedimientos y los requisitos que tienen
que cubrirse en las inspecciones, pruebas y análisis
hechos por el fabricante durante la fabricación y el
proceso del material y más tarde, por el propietario.
Debe tomarse nota de si el material se inspeccionará
en la fábrica o taller y el número de especímenes que
se probarán. El material de prueba deberá coincidir
con el que se proveerá al igual con el que se propor-
ciona al dueño para efectuar sus pruebas.
Además, las especificaciones cubren las protec-
ciones necesarias que se deben dar en los intervalos
entre la manufactura y el procesamiento de los ma-
teriales y su incorporación a la obra. Algunos mate-
riales están sujetos a deterioro o daño, bajo ciertas
condiciones de exposición, durante las etapas de
transporte, manejo y almacenamiento.
(Véase también la sección 3.7.3.)
Especificaciones. 3.13
3.7.2 Estándares de referencia
En el trabajo de construcción se emplean mucho las
especificaciones de referencia para los materiales
y procedimientos de construcción publicadas por
las asociaciones de ingenieros profesionales, por las
dependencias gubernamentales y por las asociacio-
nes industriales. Las recomendaciones de estas or-
ganizaciones son la base de las prácticas que se
siguen en la actualidad en la construcción, en par-
ticular con respecto a la calidad de los materiales y/
en algunos casos, con respecto al control de fabrica-
ción/ los procedimientos de construcción y los re-
quisitos de prueba.
3.7.3 Ordenamiento y formulación
de las especificaciones técnicas
A las disposiciones generales, al igual que las des-
critas en la división 1 de las especificaciones, les
siguen las diversas divisiones de las especificacio-
nes técnicas, mismas que están ordenadas numéri-
camente y en una secuencia que, en general, se basa
en el orden lógico de las etapas de la construcción
de una obra. Por ejemplo, en el Construction Specift-
cations Institute, las divisiones sucesivas MASTER
FORMAT de 16 divisiones son:
División 2 . Obras bajo tierra, pavimento y en el sitio:
Sección 02010 Exploración subterránea; Sección
02100 Limpieza y desmonte; Sección 02110 Remo-
ción de estructura y obstrucciones; Sección 02200
Excavación y relleno; Sección 02552 Estructuras pre-
fabricadas de concreto; Sección 02600 Pavimentos,
guarniciones y banquetas; Sección 02710 Valla-
dos; Sección 02800 Plantar césped, sembrar y abo-
nar; Sección 02900 Crear paisajes.
División 3 . Concreto: Sección 03100 Detener agua;
Sección03200Refuerzo de concreto; Sección03300
Concreto vaciado en el sitio; Sección 03350 Fondos
de tanque de concreto; Sección 03400 Estructuras
prefabricadas de concreto.
División 4 . Albañilería: Sección 04200 Albañilería.
División 5 .Metales: Sección 05100 Acero estructural
y diverso; Sección 05120 Placas y tapas de aluminio;
Sección 05200 Perfiles de acero; Sección 05300 Pla-
taformas metálicas; Sección 05530 Emparrillado
3.14 . Sección tres
metálico para piso; Sección 05540 Fundiciones de
hierro; Sección 05550 Saledizos de escaleras; Sec-
ción 05560 Escaleras y plataformas de acero; Sección
05700 Tanques de acero para almacenamiento.
División 6 .Madera y plásticos: Sección 06100 Car-
pintería sin cepillar; Sección 06110 Tablones tope;
Sección 06200 Carpintería acabada; Sección 06610
Emparrillados de fibra de vidrio; Sección 06620 Ba-
randillas de fibra de vidrio; Sección 06640 Placas de
fibra de vidrio.
División 7 .Protecciones contra calor y humedad:
Sección 07110 Juntas de expansión; Sección 07120
Juntas de masilla y asfalto; Sección 07150 Imper-
meabilización y aislar contra humedad; Sección
07200 Aislamiento de paredes; Sección 07250 Aisla-
miento de techos; Sección 07400 Forrado metálico
preformado; Sección 07500 Techumbre de membra-
na; Sección 07600 Láminas metálicas y tapajuntas;
Sección 07800 Accesorios para techo; Sección 07900
Selladores y calafateo.
División 8. Puertasy ventanas: Sección 08100 Puertas
y marcos de acero; Sección 08200 Puertas y marcos
de aluminio; Sección 08320 Puertas de metallami-
nado; Sección 08350 Puertas plegadizas; Sección
08500 Ventanas de aluminio; Sección 08700 Herraje
de acabados; Sección 08800 Vidriería.
División 9 .Acabados: Sección 09200 Listones y yeso;
Sección 09300 Losetas; Sección 09500 Cielos acústi-
cos; Sección 09800 Recubrimientos de concreto; Sec-
ción 09650 Pisos elásticos; Sección 09900 Pintura y
capas.
División 10 .Especialidades: Sección 10200 Material
rodante; Sección 10310 Radios portátiles; Sección
10320 Báscula; Sección 10400 Equipo para servir
alimentos; Sección 10500 Equipo de talleres; Sección
10520Extintor; Sección 10600 Muros divisorios mó-
viles; Sección 10610 Muros divisorios de baños; Sec-
ción 10700 Placas y señalamientos; Sección 10800
Accesorios para baño.
División 11. Equipoy sistemas: Sección 11000Equipo
para difusión de aire; Sección 11120 Ventiladores;
Sección 11230 Sistema de cloración; Sección 11260
Filtro de aguas residuales; Sección 11430Sistema de
escoria superficial (aguas cloacales); Sección 11480
Sistemas de incineración; Sección 11600 Equipo
mezclador; Sección 11700 Equipo de bombeo; Sec-
ción 11800 Equipo muestreador; Sección 11810
Cedazos giratorios; Sección 11820 Equipo para eli-
minar impurezas de Iodos; Sección 11830 Engro-
sadores de Iodos por gravedad; Sección 11831
Sistemas para control de olores; Sección 11950 Re-
bosaderos y artesas de fibra de vidrio.
División 12 .Muebles: Sección 12100 Muebles para
interiores.
División 13 .Construcción especial: No se utiliza.
División 14 .Sistemas de transporte: Sección 14300
Montacargas y grúas; Sección 14500 Transportado-
res de banda; Sección 14600 Transportadores de
tornillo sinfín.
División 15 . Mecánica: Sección 15100 Requisitos
mecánicos en general; Sección 15200 Tubería; Sec-
ción 15210 Válvulas; Sección 15250 Rejas para ace-
quias y taludes; Sección 15400 Plomería; Sección
15600 Calefacción, ventilación y acondicionamiento
de aire (HVAC, por sus siglas en inglés); Sección
15700 Sistema de combustible.
División 16 .Instrumentos y controles eléctricos: Sec-
ción 16000 Equipo eléctrico; Sección 16500 Instru-
mentación y controles; Sección 16600 Sistema de
adquisición y supervisión de datos de control (SCA-
DA, por sus siglas en inglés); Sección 16720 Sistema
de detección de incendios.
Como antes se indica, cada división está com-
puesta de secciones. Las especificaciones detalladas
para cada sección (por ejemplo, Sección 04200 "Al-
bañilería", bajo la división 4) están dispuestas bajo
los siguientes encabezamientos:
1. Descripción
2. Materiales
3. Requisitos de construcción
4. Método de medición
5. Basede pago
Las últimas dos partidas suelen combinarse en un
solo encabezado: Medición y pago.
Descripción del trabaio _ En este renglón
se hace una descripción concisa de la naturaleza y
los alcances del trabajo en la seccióny de sus carac-
teristicas inherentes, y se incluyen los requisitos
necesarios para que el trabajo se apegue a los planos
y especificaciones.
Materiales 8 En este renglón se presentan
las propiedades de los diversos materiales que se
usan durante el desarrollo del trabajo de la sección.
Si se ha incluido una división de materiales inde-
pendiente como parte de las especificaciones técni-
cas, cuando se desea conocer las propiedades del
material, sencillamente se hace referencia a las es-
pecificaciones técnicas (véase también la sección
3.7.1) Si no se ha hecho tal división, será apropiado
consultar las especificaciones generales publicadas
por las asociaciones profesionales de ingenieros,
por las dependencias gubernamentales y por las
asociaciones industriales. Cuando los productos
manufacturados no estén incluidos en los estánda-
res de referencia, se acostumbra fijar como están-
dares los de algunos artículos que han demostrado
su calidad y seguridad. De ordinario, se especifi-
can por su nombre y fabricación tres de ellos, y
las especificaciones de cualquiera se considerarán
aceptables para su empleo en la obra.
"Equivalente" 8 Cuando un material de
construcción o una pieza de equipo dados no cum-
plen con las especificaciones generales o no tienen
especificaciones que sean descriptibles con facili-
dad, los organismos públicos requieren que se pro-
porcionen los nombres de cuando menos dos o tres
proveedores o el nombre de uno de ellos con la frase
"o igual", "equivalente", "o demostrado equivalen-
te", "equivalente de acuerdo con el ingeniero". La
teoria que sustenta este requisito es que así se pro-
mueve libre competencia y se cumple con la ley. En
muchos casos, el procedimiento se origina en las
oficinas del apoderado general u otro funcionario
público y se basa en la regla de que la competencia
es un requisito en la mayoría de las leyes de obras
públicas. En la práctica privada, la razón principal
para seguir este procedimiento es que así se logra
dar al cliente el mejor producto al precio más bajo.
La cláusula "o igual" ha sido a veces fuente de
desavenencias entre ingenieros y contratistas. Sin
embargo, el uso cuidadoso de la cláusula "o igual"
promueve la competencia y puede hacer bajar el
costo entregado de elementos de la obra. Si se per-
miten sustitutos se deja que contratistas aporten su
valiosa experiencia con materiales, equipo y pro-
veedores al proyecto.
Especificaciones. 3.15
El uso de la cláusula "o igual" exige que el
ingeniero y el propietario estén preparados y distri-
buyan tiempo para investigar y evaluar sustitucio-
nes ofrecidas por el contratista. Las caracteristicas
sobresalientes del elemento originahnente especifi-
cado deben documentarse con cuidado y registrarse
para su uso durante la evaluación de sustitutos
propuestos.
Algunas especificaciones estipulan que el con-
tratista debe reembolsar al ingeniero los costos de
tales investigaciones y evaluaciones, incluyendo
costos de rediseño de elementos de proyecto afecta-
dos, por ejemplo cimentaciones, instalaciones eléc-
tricas y tuberias.
Las especificaciones deben requerir que el con-
tratista asuma toda la responsabilidad por el cum-
plimiento de las disposiciones aplicables de las
especificaciones al aprobarse una sustitución. Una
excepción a esto ocurre cuando el propietario auto-
riza que los requisitos de las especificaciones apro-
vechen del menor costo de un sustituto, relevando
por lo tanto de responsabilidades al ingeniero. La
aprobación de sustitutos siempre debe darse por
escrito.
Algunas especificaciones exigían que licitadores
ofrecieran sustitutos de elementos principales de la
obra en sus licitaciones. Bajo este esquema, las espe-
cificaciones prescriben los elementos exactos reque-
ridos. Los licitadores deben describir sustituciones
en detalle con especificaciones adjuntas del produc-
to, dibujos, hojas de corte de catálogo, etcétera. Del
mismo modo, el contratista debe estipular la canti-
dad a deducir o agregar a la licitación báse para
la aceptación de la sustitución ofrecida. Este méto-
do permite al ingeniero revisar la sustitución pro-
puesta junto con el resto de la licitación, libre de
las presiones que existen después de adjudicado el
contrato.
Requisitos de construcción 8 El objetivo
de esta sección que se encuentra en las especifi-
caciones detalladas de cada partida de trabajo, con-
siste en prescribir las operaciones pertinentes a la
construcción sin disminuir la responsabilidad del
contratista de terminar satisfactoriamente la obra.
Entre las características principales que se subrayan
están la calidad de la mano de obra y del acabado,
mismas a las que se deben sumar las consideracio-
nes pertinentes a las limitaciones prácticas de las
tolerancias, de obra negra y de otros factores. Se
deben tomar las precauciones necesarias para pro-
3.16 . Sección tres
teger en forma apropiada la obra o las propiedades
adyacentes. Asimismo, también se deben especifi-
car los métodos de inspección y prueba que son
aplicables al trabajo, en particular la inspección en
taller así como la inspección de campo.
Las especificaciones para la mano de obra deben
indicar los resultados que se tienen que lograr. Por
tanto, el contratista tiene cierta libertad al seleccionar
los procedimientos de construcción. En algunos ca-
sos, sin embargo, será necesario establecer métodos
que aseguren la terminación satisfactoria de la obra,
por ejemplo, la compactación de terraplenes o proce-
dimientos de soldado en las estructuras de acero
tanto en el taller como en la obra. También es necesa-
rio especificar normas de seguridad y establecer res-
tricciones para proteger y coordinar el trabajo como
un todo, o también cuando se requieran por la se-
cuencia definida de las operaciones de construcción,
ya sea por requisitos del proyecto o para satisfacer las
condiciones establecidas por el propietario.
Medición y pago 8 En este encabezado se
combina la medición del trabajo y la base del pago.
Todo contrato, independientemente de su tipo, in-
cluirá las cláusulas para el pago. En el contrato de
precio unitario, la cantidad de obra que se determi-
na bajo cada partida listada en el presupuesto se
mide aplicando una unidad de medida convencio-
nal. Algunas partidas, como las unidades ensam-
bladas, se determinan por la cantidad requerida de
unidades; otras se miden en ft lineales, por yardas
cuadradas, por yardas cúbicas, por libras, o por
galones, según convenga.
Deben definirse con claridad las cantidades que
serán consideradas para propósitos de pago así
como para cubrir todas las deducciones que se ha-
rán por deficiencias y por trabajo no autorizado
realizado fuera de los límites establecidos en los
planos u ordenamiento por el ingeniero. Así, pue-
den calcularse los pagos parciales y totales que se
harán por la cantidad real de trabajo y aceptado.
Para determinar el monto del pago, se multiplica
cada cantidad por el precio unitario correspondien-
te que se establezca en el presupuesto del contratista
y se suman todos los productos.
Para fines de pago es esencial que las especifica-
ciones definan con precisión cada concepto por uni-
dad de medida" (yarda cúbica, pie lineal, etc.). Las
especificaciones deben establecer con claridad y en
forma completa todo el trabajo por realizar y los
gastos complementarios que incluirá el concursante
en la partida de la cual se somete a consideración el
precio unitario. Cuando hay operaciones relaciona-
das con una partida particular del trabajo que se
paga en forma independiente, las especificaciones
establecerán esto con claridad, para evitar contro-
versias o pagos dobles por el mismo trabajo.
En un contrato a precio unitario no es raro que
se incluyan conceptos para los cuales se requieren
precios de suma global. Esas partidas están sujetas
a todas las condiciones que gobiernan las partidas a
precio unitario, excepto en lo que respecta a las
cantidades de obra que se hacen para propósitos de
pago y al derecho que tiene el propietario de alterar
la cantidad de trabajo sin una orden de modifica-
ción. El costo de todos los materiales y el trabajo
necesarios para terminar la construcción de las par-
tidas que impliquen sumas globales, tal como se
describen en los planos y son requeridas por las
especificaciones, se incluyen en la declaración de
suma global. Para propósitos de pago, el trabajo
relacionado con la construcción de una partida de
suma global que no se ha liquidado, se indicará
como incluido en otras partidas.
Para facilitar los pagos parciales del trabajo que
se realiza sobre la base de partidas de suma global
o para contratos de esa índole, se debe pedir al con-
tratista que proporcione un análisis de las partes
componentes de la obra. Este análisis se refiere a la
calendarlzación de valores. Los análisis incluyen las
cantidades estimadas necesarias de los diferentes
trabajos u oficios incluidos en la obra y, además,
los precios unitarios aplicables a cada una. Los pre-
cios sumados deben ser iguales que los que tiene la
propiedad de suma global para las partidas termi-
nadas y para el contrato. Las especificaciones deben
estipular la remisión de una programación de valo-
res antes de una conferencia previa a la construc-
ción. Tal esquema será aprobado por el supervisor
antes de que se haga efectivo. (Véase también la
sección 3.12.)
3.8 Publicaciones y
adiudicaciones de contratos
Una práctica normal en el gobierno y otros organis-
mos públicos es convocar a concurso para asignar los
contratos de construcción de las obras públicas. Con
anuncios en los periódicos y en las publicaciones de
ingeniería se solicitan cotizaciones en sobre cerrado
para periodos legalmente obligados. La convocatoria
deberá contener la siguiente información: depen-
dencia emisora, fecha de la convocatoria, fecha en que
se recibirán las propuestas y en que se abrirán, una
breve descripción de la obra (identificación del pro-
yecto), la localización del proyecto, las cantidades a
realizar de los conceptos más importantes, el lugar u
oficina en donde pueden obtener los planos y las
especificaciones y los cargos que se hacen por ellos,
el importe de la fianza de garantía y los derechos
reservados al propietario. En el caso de los proyec-
tos privados, la convocatoria la hace el propietario o
un grupo selecto de contratistas. Dicha convocatoria
contiene toda la información que sea aplicable al
proyecto particular.
3.8.1 Requisitos del concurso para
obras públicas
En el caso de los contratos para las obras públicas
los requisitos del concurso se definen de ordinario
en las normas y especificaciones generales de la
dependencia que hace la convocatoria. El objeto de
estos requisitos es avisar a los ponentes potenciales
la rutina que se sigue en la presentación de una
propuesta y en su eligibilidad. Los puntos principa-
les que se tratan son los siguientes:
Precalificación o calificación 8 Para que
una oferta sea aceptable, el concursante debe haber
sido precalificado por la dependencia contratante
con anterioridad con respecto a su capacidad y po-
sición financiera, por medio de la presentación de
documentos que proporcionen la información re-
querida (actualizada de manera que refleje la situa-
ción del contratista en la fecha de la convocatoria);
otro modo posible de calificar es suministrando
pruebas de lo anterior cuando se presenta la pro-
puesta. Algunos estados en E. U. requieren que el
contratista tenga una patente que le permita traba-
jar como tal; en ese caso se archiva automáticamen-
te, en la dependencia contratante, un registro de la
patente del contratista.
Preparación y presentación de la oferta
. Con objeto de evitar irregularidades que puedan
nulificar la propuesta, se proporcionarán al concur-
sante las instrucciones necesarias para preparar su
oferta en los formatos proporcionados por la de-
pendencia contratante. Las ofertas deben estar fir-
madas y el signatario debe tener poder notarial.
Posteriormente, las propuestas se colocan en el so-
bre (a veces proporcionado por la entidad con dicho
Especificaciones. 3.17
propósito) el cual se debe lacrar. Se dará acuse de
recibo en la propuesta de todos los apéndices que
se originen durante el periodo de concurso. Los
espacios que se encuentran en el exterior del sobre
(si es que acaso se proporcionó alguno) se llenan con
la información solicitada. La propuesta se envía por
correo o por mensajero, pero se aclara que sólo se
recibirá antes de la fecha que se fija para la apertura
de las propuestas; de otra manera no se aceptará.
(Véase también la sección 4.3.)
Garantía de la propuesta 8 Los organis-
mos públicos siempre requieren una garantía de
que el contratista que se designe cumpla el contrato.
La garantía puede tener la forma de una fianza de
seguridad o de un cheque certificado y se hace por
un porcentaje establecido del importe total de la
oferta. De ordinario, este porcentaje es el 5 o 10%
con una cantidad fijada como límite máximo; pero
esto puede variar de manera que se ajuste a los
intereses del organismo público particular. En algu-
nas ocasiones se solicitan al concursante tanto una
ftanza de seguridad como un cheque certificado. La
cantidad por la que se suscribe la fianza de seguri-
dad varía desde el 100% del importe total de la
propuesta y llega hasta un 5% que se aplica a dis-
creción del organismo contratante. (Véase también
la sección 4.3.)
Las garantías de las propuestas deben incluirse
en la presentación de la misma. Dentro de un plazo
breve después de que se abrieron las propuestas, las
garantías de cada una son devueltas a los concur-
santes, con excepción de las tres más bajas. Las
garantías de éstas son devueltas hasta después de
que se ejecutó el contrato.
Testimonio notarial de no colusión o conni-
vencia 8 Por ley, las dependencias públicas soli-
citan al contratista un testimonio notarial de no
connivencia.
3.8.2 Requisitos de concurso para
obras privadas
Para propietarios privados, los procedimientos para
remitir, recibir y abrir licitaciones o concursos son más
informales puesto que no están sujetos a las leyes que
rigen tales procedimientos para contratos de obras
públicas. La forma en que estos pasos se manejan está
por entero a discreción del propietario o ingeniero.
No se requieren fianzas de licitados. Tampoco se
3.18 .Sección tres
acostumbra publicar la licitación. En lugar de esto, se
expide un Aviso a contratistas a un selecto grupo de
contratistas, conocidos por el propietario para califi-
carlas. Este aviso es acompañado por instrucciones
para licitadores y formato de propuesta cuando se
requieren licitaciones o concursos competitivos. Las
Instrucciones a licitadores, por lo general, incluyen
la información necesaria para formular y entregar la
propuesta. No se requieren testimonios notariales de
no colusión. La tabulación y evaluación de licitacio-
nes y adjudicación y ejecución de contratos suele
seguir al procedimiento para contratos de obras pú-
blicas, modificadas para adaptarse a las necesidades
particulares del propietario.
3.8.3 Evaluación y comparación
de las propuestas
Después de la apertura de las propuestas, se publi-
can los importes o precios dados a las diversas
partidas listadas en ellas. En este paso, se tabulan
los datos, se verifican los totales de cada partida,
se comprueba su suma, se establecen los importes
totales de las ofertas y se proporciona una compro-
bación de cada partida. La comparación de los im-
portes totales de las ofertas establecen cuál es la que
tiene el costo más bajo y cuáles son las que siguen,
en un orden creciente de cantidad.
3.8.4 Concesión y ejecución
del contrato
Una vez verificadas todas las condiciones que se
especifican, como la patente de construcción, los
requisitos de calificación, los testimonios notariales
de no connivencia, y una vez establecida la pro-
puesta más baja, el propietario notifica oficialmente
al concursante elegido que se le ha concedido el
contrato; entonces se espera que el concursante ga-
nador cumpla con los convenios del contrato dentro
del tiempo especificado. En este paso final del pro-
cedimiento se establece como requisito una fianza
de cumplimiento aceptable para la organización
contratante, que debe proporcionar fianzas de cum-
plimiento y de pago aceptables para la organización
contratante. El importe de la fianza iguala al impor-
te total de la propuesta. Los dos bonos se combinan
con frecuencia en una sola fianza de pago y de
cumplimiento. La fianza garantiza al propietario
que todo el trabajo que se requiere hacer será ejecu-
tado fielmente de acuerdo con los términos del
contrato; también le garantiza que el contratista
pagará todas las reclamaciones legales que le hagan
los subcontratistas, los proveedores del material y
por la mano de obra y los materiales suministrados
durante la realización del proyecto del contrato
respectivo.
La fianza garantiza también al propietario que
será defendido e indemnizado contra todas las de-
mandas, costos de toda clase y daños de los que se le
pueda acusar por daño a la persona o a la propiedad
de terceros y que resulten del desarrollo del trabajo,
o bien, por negligencia del contratista. Además, el
propietario debe quedar protegido de igual manera
contra todas las demandas y acciones legales que le
puedan hacer los subcontratistas, proveedores del
material o trabajadores que hayan desempeñado
una labor o proporcionado material al proyecto;
también se le debe proteger contra cualquier recla-
mación que se le haga o contra cualquier cantidad
reclamada por la infracción a las pátentes o dere-
chos legales de terceras personas. Se puede estable-
cer el requisito de que el contratista indemnice y le
ahorre daños al propietario por medio de un seguro
o reteniendo un porcentaje del importe del contrato
hasta la aceptación final de la obra, y también por
las fianzas del contrato. (VéaS\'!también la sección
4.17.)
3.9 Redacción de las
especificaciones:
estilo y forma
La preparación de las especificaciones para un con-
trato de construcción comienza con un análisis glo-
bal de las necesidades basado en un estudio del
trabajo propuesto, de las condiciones bajo las cua-
les se va a llevar a cabo, de los materiales, de los
detalles de la construcción y de los procedimientos
administrativos del propietario. El análisis propor-
ciona los diversos conceptos que se requieren in-
cluir en los documentos del contrato. Asimismo, un
estudio detallado de los planos del contra to revelará
dónde hay insuficiencias y cuáles son las necesida-
des que deben complementarse en las especificacio-
nes. Un esbozo descriptivo del contenido propuesto
adecuadamente subtitulado facilita el trabajo de la
persona que va a redactar las especificaciones al
preparar los documentos.
-
3.9.1 Formato de las especificaciones
Un formato básico para las especificaciones puede
estar orientado hacia un proyecto particular y hacia
su patrocinador. Tendrá un índice que identifique
los documentos que forman el legajo y una tabla de
contenido que liste por número, título y página las
diversas secciones de las disposiciones generales y
las especificaciones técnicas. Las referencias cruza-
das dentro de una sección sólo se harán sólo por
título. De otra forma, la innecesaria verificación de
referencias cruzadas se hace intolerable. Esto resul-
ta de numerosas revisiones de especificaciones has-
ta su publicación para licitación.
Las especificaciones deben estar organizadas en
divisiones, y cada división en secciones (sección
3.7.3). Cada sección técnica suele comenzar con una
breve descripción de la obra incluida en ella. La obra
eventual no incluida en la obra especificada en una
sección particular se puede citar como "Obra cone-
xa especificada bajo otras secciones." Cada sección
debe estar completa, con descripción de materiales,
mano de obra y requisitos para probar claramente
definidos. Todos los elementos de pago deben men-
cionarse, con métodos de medición y bases de pago
especificados para cada elemento.
3.9.2 Prioridadde documentos
de contrato
De la mayor importancia en la coordinación e
interpretación de documentos de contrato es el
establecimiento de un orden de prioridad. Es cos-
tumbre estipular que los dibujos del contrato ri-
gen sobre las especificaciones estándar y que las
disposiciones especiales rigen sobre las especifica-
ciones estándar y los dibujos de contrato. Enton-
ces,en la preparación de disposiciones especiales,
debe tenerse cuidado de evitar conflicto con los
otros documentos de contrato y para asegurar una
descripción definida y clara de la obra requerida.
Tambiénse debe tener cuidado de evitar duplica-
ción de información en las disposiciones especia-
les, oen los dibujos y disposiciones especiales para
impedir conflicto y errores, en especial en el caso
de cambios. Es aconsejable no especificar el mé-
todo que se vaya a utilizar y los resultados desea-
dos, debido a que un conflicto puede relevar al
contratista de responsabilidad.
Especificaciones. 3.19
3.9.3 Referencias a especificaciones
estándar
Cuando se preparan los documentos del contrato
de un proyecto para el cual existen especificaciones
estándar hechas por el propietario, por ejemplo, en
el caso de un organismo público, el redactor de las
especificaciones está obligado a incorporarlas o ha-
cer referencia e identificarlas y establecerlas en las
disposiciones especiales. No es raro que se citen
partes de las especificaciones estándar por medio de
una referencia al comienzo de cada sección aplica-
ble de las disposiciones especiales, lo cual se hace
por medio de un párrafo similar al siguiente:
Todotrabajoestarádeacuerdocon las especificaciones
estándar(selista el númerode seccióny el título), tal
comoseestableceaquí.
Sin embargo, en el texto de una sección de las dis-
posiciones especiales, pueden citarse una o más de
las cláusulas de las espe,cificaciones estándar, obien,
especificaciones generéÍles que son diferentes par-
cial o totalmente de las del propietario.
De aquí que las disposiciones especiales, cuando
es necesario, modifiquen, restrinjan o añadan algo
a las especificaciones estándar, cuando se admite
que tales opciones y alternativas sean permitidas.
No se deben repetir partes de las especificaciones
estándar dentro del texto de las disposiciones espe-
ciales, y deben eliminarse las referencias repetidas
que se hagan en las disposiciones especiales de la
sección de especificaciones estándar. i La redundan-
ciaconduceal e"or!
3.9.4 Principiosbásicos de buena
escritura de especificaciones
Las especificaciones se redactan por lo general en
el estilotradicional de composición, gramáticamen-
te correcto. Deben estar escritas en un de~e tan
cualitativo y cuantitativo como sea necesario, para
comunicar lo que se requiera y por lo tanto se con-
venga. La probabilidad de malos entendidos y po-
lémicas, que con frecuencia resultan en costosos
litigios, debe conservarse al mínimo. Las ambi-
güedades y verborrea deben evitarse. Una buena
especificación es clara, concisa y se entiende con
facilidad, no se presta a dudas de las intenciones de
las partes involucradas ni deja nada que se pueda
3.18 . Seccióntres
acostumbra publicar la licitación. En lugar de esto, se
expide un Aviso a contratistas a un selecto grupo de
contratistas, conocidos por el propietario para califi-
carlas. Este aviso es acompañado por instrucciones
para licitadores y formato de propuesta cuando se
requieren licitaciones o concursos competitivos. Las
Instrucciones a licitadores, por lo general, incluyen
la información necesaria para formular y entregar la
propuesta. No se requieren testimonios notariales de
no colusión. La tabulación y evaluación de licitacio-
nes y adjudicación y ejecución de contratos suele
seguir al procedimiento para contratos de obras pú-
blicas, modificadas para adaptarse a las necesidades
particulares del propietario.
3.8.3 Evaluación y comparación
de las propuestas
Después de la apertura de las propuestas, se publi-
can los importes o precios dados a las diversas
partidas listadas en ellas. En este paso, se tabulan
los datos, se verifican los totales de cada partida,
se comprueba su suma, se establecen los importes
totales de las ofertas y se proporciona una compro-
bación de cada partida. La comparación de los im-
portes totales de las ofertas establecen cuál es la que
tiene el costo más bajo y cuáles son las que siguen,
en un orden creciente de cantidad.
3.8.4 Concesión y ejecución
del contrato
Una vez verificadas todas las condiciones que se
especifican, como la patente de construcción, los
requisitos de calificación, los testimonios notariales
de no connivencia, y una vez establecida la pro-
puesta más baja, el propietario notifica oficialmente
al concursante elegido que se le ha concedido el
contrato; entonces se espera que el concursante ga-
nador cumpla con los convenios del contrato dentro
del tiempo especificado. En este paso final del pro-
cedimiento se establece como requisito una fianza
de cumplimiento aceptable para la organización
contratante, que debe proporcionar fianzas de cum-
plimiento y de pago aceptables para la organización
contratante. El importe de la fianza iguala al impor-
te total de la propuesta. Los dos bonos se combinan
con frecuencia en una sola fianza de pago y de
cumplimiento. La fianza garantiza al propietario
que todo el trabajo que se requiere hacer será ejecu-
tado fielmente de acuerdo con los términos del
contrato; también le garantiza que el contratista
pagará todas las reclamaciones legales que le hagan
los subcontratistas, los proveedores del material y
por la mano de obra y los materiales suministrados
durante la realización del proyecto del contrato
respectivo.
La fianza garantiza también al propietario que
será defendido e indemnizado contra todas las de-
mandas, costos de toda clase y daños de los que se le
pueda acusar por daño a la persona o a la propiedad
de terceros y que resulten del desarrollo del trabajo,
o bien, por negligencia del contratista. Además, el
propietario debe quedar protegido de igual manera
contra todas las demandas y acciones legales que le
puedan hacer los sub contratistas, proveedores del
material o trabajadores que hayan desempeñado
una labor o proporcionado material al proyecto;
también se le debe proteger contra cualquier recla-
mación que se le haga o contra cualquier cantidad
reclamada por la infracción a las patentes o dere-
chos legales de terceras personas. Se puede estame-
cer el requisito de que el contratista indemnice y le
ahorre daños al propietario por medio de un seguro
o reteniendo un porcentaje del importe del contrato
hasta la aceptación final de la obra, y también por
las fianzas del contrato. (VéaS\:!también la sección
4.17.)
3.9 Redacción de las
especificaciones:
estilo y forma
La preparación de las especificaciones para un con-
trato de construcción comienza con un análisis glo-
bal de las necesidades basado en un estudio del
trabajo propuesto, de las condiciones bajo las cua-
les se va a llevar a cabo, de los materiales, de los
detalles de la construcción y de los procedimientos
administrativos del propietario. El análisis propor-
ciona los diversos conceptos que se requieren in-
cluir en los documentos del contrato. Asimismo, un
estudio detallado de los planos del contrato revelará
dónde hay insuficiencias y cuáles son las necesida-
des que deben complementarse en las especificacio-
nes. Un esbozo descriptivo del contenido propuesto
adecuadamente subtitulado facilita el trabajo de la
persona que va a redactar las especificaciones al
preparar los documentos.
-
3.9.1 Formato de las especificaciones
Un formato básico para las especificaciones puede
estar orientado hacia un proyecto particular y hacia
su patrocinador. Tendrá un índice que identifique
los documentos qtie forman el legajo y una tabla de
contenido que liste por número, título y página las
diversas secciones de las disposiciones generales y
las especificaciones técnicas. Las referencias cruza-
das dentro de una sección sólo se harán sólo por
título. De otra forma, la innecesaria verificación de
referencias cruzadas se hace intolerable. Esto resul-
ta de numerosas revisiones de especificaciones has-
ta su publicación para licitación.
Las especificaciones deben estar organizadas en
divisiones, y cada división en secciones (sección
3.7.3). Cada sección técnica suele comenzar con una
breve descripción de la obra incluida en ella. La obra
eventual no incluida en la obra especificada en una
sección particular se puede citar como "Obra cone-
xa especificada bajo otras secciones." Cada sección
debe estar completa, con descripción de materiales,
mano de obra y requisitos para probar claramente
definidos. Todos los elementos de pago deben men-
cionarse, con métodos de medición y bases de pago
especificados para cada elemento.
3.9.2 Prioridadde documentos
de contrato
De la mayor importancia en la coordinación e
interpretación de documentos de contrato es el
establecimiento de un orden de prioridad. Es cos-
tumbre estipular que los dibujos del contrato ri-
gen sobre las especificaciones estándar y que las
disposiciones especiales rigen sobre las especifica-
ciones estándar y los dibujos de contrato. Enton-
ces,en la preparación de disposiciones especiales,
debe tenerse cuidado de evitar conflicto con los
otros documentos de contrato y para asegurar una
descripción definida y clara de la obra requerida.
Tambiénse debe tener cuidado de evitar duplica-
ción de información en las disposiciones especia-
les, oen los dibujos y disposiciones especiales para
impedir conflicto y errores, en especial en el caso
de cambios. Es aconsejable no especificar el mé-
todo que se vaya a utilizar y los resultados desea-
dos, debido a que un conflicto puede relevar al
contratista de responsabilidad.
Especificaciones. 3.19
3.9.3 Referencias a especificaciones
están dar
Cuando se preparan los documentos del contrato
de un proyecto para el cual existen especificaciones
estándar hechas por el propietario, por ejemplo, en
el caso de un organismo público, el redactor de las
especificaciones está obligado a incorporarlas o ha-
cer referencia e identificarlas y establecerlas en las
disposiciones especiales. No es raro que se citen
partes de las especificaciones estándar por medio de
una referencia al comienzo de cada sección aplica-
ble de las disposiciones especiales, lo cual se hace
por medio de un párrafo similar al siguiente:
Todotrabajoestarádeacuerdocon las especificaciones
estándar(selista el númerode seccióny el título), tal
comoseestableceaquí.
Sin embargo, en el texto de una sección de las dis-
posiciones especiales, pueden citarse una o más de
las cláusulas de las especificaciones estándar, obien,
especificaciones geru:rales que son diferentes par-
cial o totalmente de las del propietario.
De aquí que las disposiciones especiales, cuando
es necesario, modifiquen, restrinjan o añadan algo
a las especificaciones estándar, cuando se admite
que tales opciones y alternativas sean permitidas.
No se deben repetir partes de las especificaciones
estándar dentro del texto de las disposiciones espe-
ciales, y deben eliminarse las referencias repetidas
que se hagan en las disposiciones especiales de la
sección de especificaciones estándar. i La redundan-
ciaconduceal e"or!
3.9.4 Principiosbásicosde buena
escritura de especificaciones
Las especificaciones se redactan por lo general en
el estilotradicional de composición, gramáticamen-
te correcto. Deben estar escritas en un de~e tan
cualitativo y cuantitativo como sea necesario, para
comunicar lo que se requiera y por lo tanto se con-
venga. La probabilidad de malos entendidos y po-
lémicas, que con frecuencia resultan en costosos
litigios, debe conservarse al mínimo. Las ambi-
güedades y verborrea deben evitarse. Una buena
especificación es clara, concisa y se entiende con
facilidad, no sepresta a dudas de las intenciones de
las partes involucradas ni deja nada que se pueda
3.20 . Sección tres
dar por hecho. Los juzgados, tradicionalmente, han
interpretado requisitos ambiguos contra la parte
que los formuló.
En vista de que las especificaciones, junto con los
dibujos, son los medios utilizados para guiar al
contratista para producir el producto final deseado,
es esencial que estén correlacionados para evitar
conflictos y malos entendidos de los requisitos. Las
instrucciones descritas con más facilidad en pala-
bras pertenecen a las especificaciones técnicas, en
tanto que la información que en forma más eficiente
se puede describir gráficamente debe aparecer en
los dibujos. La información de los dibujos no debedu-
plicarse en las especificaciones, ni viceversa, porque
puede haber discrepancia entre la información con-
tenida en los dos documentos que puede. ocasionar
problemas.
Como las especificaciones complementan los di-
bujos, las disposiciones especiales y las especifica-
ciones estándar, juntas, no deben dejar duda en
cuanto a la calidad y cantidad del trabajo requerido.
La función de los dibujos es mostrar la ubicación,
dimensiones, alcance, configuración y detalle del
trabajo requerido. La función de las especificaciones
esdefinir los requerimientos de calidad mínimos de
materiales y mano de obra, prescribir pruebas por
las que éstas deben establecerse, así como describir
métodos de mediciones y pagos.
Los documentos del contrato deben ser justos
para el propietario, para los concursantes, para el
contratista y para cualquier otra persona y organi-
zaciones relacionadas con el proyecto. Cualquier
aspecto del trabajo que no está definido con clari-
dad en las especificaciones o en los planos causará
pérdida de tiempo y de esfuerzo durante el concur-
so o durante la construcción, y redundará en precios
más altos al tenerse que incluir imprevistos y con
toda seguridad sobrecostos y ampliaciones al perio-
do de ejecución.
En seguida se proporcionan algunas considera-
ciones generales aplicables a la redacción de las
especificaciones. Sea especifico, no indefinido. Sea
breve; evite las palabras o frases innecesarias. Sumi-
nistre todos los datos necesarios; elimine la repeti-
ción. Redacte en forma afirmativa. Use la gramática
correcta. Dirija, no sugiera. Emplee oraciones cortas
y no largas. No especifique a la vez los métodos y
resultados. No especifique requisitos que se con-
tradigan. No justifique un requisito. Elimine las
oraciones que requieran más que una puntuación
sencilla. Asimismo, elimine las palabras que no sean
familiares para los usuarios de las especificaciones,
en especial, si tienen más de un significado.
Sea muy cuidadoso cuando se requiera la auto-
rización del ingeniero. Autorización específica del
ingeniero con respecto al equipo de contratista, a
sus métodos, a sus construcciones temporales o
a sus normas de seguridad, puede en ciertas ocasio-
nes liberar al contratista de sus responsabilidades
según las cláusulas del contrato. Es mejor, y suelen
requerido las disposiciones generales de especifica-
ciones, que el contratista sea responsable por los
medios, métodos y programa de construcción.
Cuando se preparen los detalles de construc-
ción de las especificaciones, ordene el material en
la misma secuencia en que se realiza el trabajo. Por
ejemplo, especifique el curado del concreto des-
pués que especifique la cimbra, la mezcla y el co-
lado. Cuando existan referencias a normas, como
las especificaciones de la ASTM, lea primero las
normas para asegurarse de que en ellas no hay
algo que se contraponga con los requisitos del
trabajo.
La sección de las especificaciones referente a la
medición y al pago, es importante tanto para el
contratista como para el propietario. Debe incluirse
todo concepto de trabajo que realizará el contratista,
ya sea que se mida y se pague por separado o que
se incluya en el pago de otro concepto.
Cite sólo a los contratantes: al propietario, que
está representado por el ingeniero y al contratista.
No mencione a otros contratistas, subcontratistas,
concursantes, etcétera.
Haga referencia a "estas" especificaciones mejor
que a "esta" especificación; use el plural.
Tanto la mano de obra como los materiales deben
concordar con las especificaciones de referencia.
Use la frase "sin costo adicional para el propie-
tario", sólo cuando exista la posibilidad de que el
contratista no comprenda que es él quien tiene que
absorber ciertos gastos. El uso indiscriminado de esta
frase, puede dar lugar a que se piense que otros
trabajos especificados no están acargo del contratista.
Redacte en forma imperativa los compromisos
del contratista e indique en futuro la intención por
parte del propietario.
No confunda el significado de las palabras; el
uso correcto de las mismas es muy importante.
No utilice palabras indefinidas cuando pueda
expresado con palabras más precisas.
Elimine la repetición de frases comunes y expre-
siones típicas. No emplee frases de carácter legal en
-
el texto de las especificaciones que oscurezcan su
significado o subordinen su función a la de un
documento legal.
Especificaciones simplificadas _ Como
una alternativa con respecto al estilo tradicional,
las especificaciones pueden redactarse en forma
concisa, que consiste en simplificar el estilo acor-
tando la estructura de la oración en donde sea
posible. Empleadas con oportunidad, las oracio-
nes breves representan una gran ayuda. En gene-
ral, la parquedad de las oraciones consiste en
omitir, en las especificaciones y sin que cambien el
significado, las palabras que no tienen un signi-
ficado legal. Sólo se retienen las disposiciones ne-
cesarias. Una buena especificación larga puede
abreviarse sin que se altere el significado; median-
te la concisión puede reducirse en un tercio o más.
La técnica de abreviar las especificaciones debe
adoptarse como una simplificación del estilo, que
proporciona una forma diferente de redactar las
especificaciones, mientras que el formato general
permanece igual. Sin embargo, se debe observar
que este estilo se adapta mejor a los contratos de
edificación, ya que cada sección de las especificacio-
nes técnicas se relaciona directamente con una parte
de la construcción.
Algunos aspectos y consideraciones que se de-
ben tener en cuenta cuando se abrevian las especi-
ficaciones, y que proporcionó Ben John Small ('''The
Case for Strearnlined Specifications", The Construc-
tion Specifier,julio de 1949), son los siguientes:
El término "simplificar" no debe interpretarse como si
su significado se refirieraa las especificaciones que carecen
de congruencia o que es sinónimo de especificaciones que
carecende las tres C(claridad-concisión-comprensibilidad).
Cualquier especificación, sea larga o corta, debe satisfacer los
requisitos de las tres C si se les va a asociar adecuadamente
con otras relacionadas con ellas y junto con las cuales
constituyen lafamilia de los documentos del contrato, como
el convenio, las condiciones generales, los planos, etcétera.
lA simplificación no es un remedio para la ineptitud de
redactar las especificaciones con fallas, como pueden ser
repeticiones conflictivas, proporcionar instrucciones contra-
dictorias, etc. Lo que se hace es traducir el conocimiento del
redactor, acerca de la construcción y de los materiales, en
expresiones sencillas, fácilmente legibles y con un mínimo
de ambigüedades. El papel más importante de abreviar una
frase es que se obtiene una oración que no sólo explica el
empleo del formato conciso de la especificación sino que
Especificaciones . 3.21
est;¡blece de una vez por todas en las especificaciones el
requisito de disposiciones obligatorias, mismas que de ordi-
nario se repiten ad nauseam en las especificaciones tradicio-
nales. Por requisitos de disposiciones obligatorias se refiere
a aquellas expresiones como: "El contratista deberá_", "El
contratista debe~" "El contratista puede_" con estas expre-
siones el contratista puede entender que debe hacer algo de
diferente manera, con lo cual da lugar a que en las discusio-
nes haya muchas interpretaciones. lAs explicaciones de /as
especificaciones simplificadas debe incluirse en las condicio-
nes generales, como por ejemplo, la que sigue:
ARTIcULO 64. EXPUCACIÓN DE LAS ESPECIFI-
CACIONES
a) Las especificaciones están abreviadas o simplificadas
e incluyen oraciones incompletas. Las omisiones de palabras
ofrases, como "EI contratista debe", "de conformidad con",
"debería ser", "como se observa en los planos", "de acuerdo
con los planos", "uno", "una, "el" y "todos", son intencio-
nales. Las palabras o frases omitidas se infieren por el con-
texto al igual que se hace cuando existen una "nota" en los
planos.
b) El contratista proporcionará todas las partidas, mate-
riales, operaciones o métodos listados, mencionados o pro-
gramados, ya sea en los planos o en las especificaciones, o en
ambos, e incluirá todo el trabajo, los materiales el equipo y
los accesorios necesarios y requeridos para la terminación de
la obra.
c) Siempre que se empleen las palabras "aprobado",
"satisfactorio", "dirigido", "sometido", "inspeccionado", o
palabras o frases similares, se dará por sentado que están
implícitas las palabras "por el ingeniero o su representante"
como relativas al verbo, por ejemplo; "aprobado por el inge-
niero o su representante".
d) Todas las referencias a las especificaciones generales o a
/as instrucciones y manuales de instalación de fabricantes,
correspondin a la última edición, en el momento que se abre la
licitación, a menos que clammente se especifique /o contmrio.
Referencias.Standard Specification for Highway
Bridges, and Guide Specifications for Highway Cons-
truction, American Association of State Highway
and Transportation Officials, 444 N. Capitol St.,
N.w., Washington, DC 20001.
Manual of Practice que induye los siguientes do-
cumentos CSI MASTERFORMAT, Section Format,
Construction Documents and the Project Manual,
Bidding Requirements, Methcl:ls of Specifying, Per-
formance Specifications, Specification Language,
and Specification Writing and Production, Cons-
3.22 . Sección tres
truction Specifications Institute, 601 Madison St.,
Alexandria, VA 22314.
Federal Highway Administration, Standard Spe-
cifications for Construction of Roads and Bridges on
Federal Highway Projects, FP-92, U.s. Govemment
Printing Office, Washington, DC 20402.
J. Goldbloom, Engineering Construction Specifica-
tions, Van Nostrand Reinhold, New York.
3.10 Procesamiento
automatizado de palabras
de especificaciones
El uso de computadoras personales y programas
para procesamiento de palabras simplifica, acelera
y bajael costode la escritura de especificaciones.En
el procesamiento de palabras de especificaciones
con computadora intervienen procesos de almace-
namiento y recuperación, en los que quienes escri-
ben la especificaciónalmacenan en la memoria de
la computadora la información que es recupera-
blecuando senecesita. Lainformación se guarda de
manera que facilita modificada y reproducida en
forma precisa y eficiente.
Un procesador de palabras produce páginas de
acabado normal (copia dura) de texto y concurren-
temente guarda el texto como archivos en el disco
duro de la computadora, disquetes, cinta, discos
compactos (CD), etcétera. Los disquetes y CDper-
miten transportar y compartir documentos de espe-
cificacionesmaestras.Losdisquetes yCD sepueden
volver a utilizar indefinidamente, pero los archivos
de documentos almacenados deben volver a guar-
darse por otro año para garantizar la integridad de
la especificaciónguardada. Los archivos de docu-
mentos guardados en discos duros, disquetes y CD
sepueden recuperar eimprimir para obtener copias
duras de las especificaciones como se guardaron
por última vez en memoria.
Un primer paso al establecer un sistema es
la preparación de especificaciones maestras para
almacenamiento en memoria de computadora (sec-
ción 3.5). Las especificaciones maestras almacena-
das son empleadas por quienes escriben aquellas,
comobase para formular copias duras de especifi-
cacionesde proyectos. Mediante el uso de progra-
mas de procesamiento de palabras, un experto
que escriba una especificaciónedita el documento
maestro y borra secciones no aplicables. Una vez
hecho esto, el procesador de palabras seutiliza para
imprimir una copia dura del documento editado
para que sea revisada por el escritor.
Para facilitar la edición, una buena parte de los
programas actuales de procesamiento de palabras
contiene ayuda para edición llamada tacha y l(nea
roja. El procesador de palabras edita el documento
de especificación estándar según las marcas de edi-
ción de quien escribe la especificación. Luego, me-
diante el programa de proceso de palabras, quien
lo escribe compara la versión editada con la especi-
ficación estándar. Cualquier información borrada
queda designada por un tache: por ejemplo, .fa-.
dtM. Cualquier información agregada está desig-
nada por línea roja: por ejemplo, Unea roja. Estas
funciones permiten que el escritor revise con rapi-
dez sólo las partes que hayan sido modificadas. Una
vez terminada la edición, el procesador de palabras
simplemente elimina las marcas de línea roja y las
tachaduras de texto para obtener una especificación
terminada.
Un trabajo básico de quien escribe especificacio-
nes cuando utiliza un sistema computarizado de
especificaciones es mejorar y actualizar constante-
mente las especificaciones maestras. El uso de espe-
cificaciones computarizadas, automatizadas, hace
de las mejoras continuas de la calidad de especifi-
caciones una tarea relativamente fácil para quien
escribe especificaciones.
3.11 Eiemplo de una
especificación estándar y
su modificación mediante
una disposición especial
El siguiente ejemplode una especificaciónestándar
es la Sección0.2113,Preparacióndel sitio, tomada y
modificada por disposición especial, de Baltimore
Region Rapid Transit System Standard Specifica-
tions, Mass Transit Administration, State of Mary-
land Departament of Transportation (Véase seco
3.7.3).
SECCiÓN02113 PREPARACiÓN DELSITIO
Parte 1: Generalidades
1.01 Descrlpci6n:
A. Esta sección incluye las especificaciones para
remoción, rescate, demolición en el sitio u
otras disposiciones, de los muros de conten-
ción, losas y zapatas, pavimento existente,
guarniciones y cunetas, banquetas, muros y
escalones; instalaciones de agua, luz, drenaje,
pasamanos y postes, señales de caminos y
calles, bardas y otras estructuras que interfie-
ren con la construcción, tal como se indica en
los planos del contrato o como lo solicitó el
ingeniero.
B. Mantenimiento, protección, relocalización,
reconstrucción, renivelación, restauración, y
desecho de las instalaciones municipales exis-
tentes, se especifican en la sección 02550.
C. Extracción de los artículos enunciados en el
párrafo 1.01.A, y rescate de la capa vegetal
existente se especifica en la sección 02200.
Parte 2: Productos (no se usó)
Parte 3: Ejecución
3.01 Demolición:
A. Demoler enteramente todas las instalaciones
existentes que interfieren con la construcción,
tal como aparece en los planos del contrato o
las que indicó el ingeIÚero.
B. Demoler los muros y construcciones de mam-
postería hasta una profundidad mínima de
12 in por debajo del nivel de piso existente,
en las áreas donde no interfieren con la cons-
trucción.
C. Rieles abandonados y materiales de la vía:
encargarse de remover y sacar, fuera del sitio
de la obra, todos los materiales localizados
entre los límites, 2 ft fuera de los rieles, inclu-
yendo los espacios entre vías dobles.
3.02 Salvamento:
A. Rescate de todos los elementos que se indican
o que el ingeniero deterrIÚnó como aptos para
su uso en la reconstrucción, incluyendo; rejas,
marcos metálicos, otros elementos de meta-
les fundidos y accesorios varios de tomas
de agua y pozos de inspección; hidratan-
tes, postes y cajas para alarmas contra incen-
dio; postes métalicos de luz, tuberías en buen
estado, vallas metálicas y pasamanos; postes
y señales de caminos y calles.
Especificaciones . 3.23
B. Proteger el recubrimiento metálico de los ele-
mentos rescatados. Demolición del concreto
adherido a ellos.
C. Reparar o reemplazar con materiales nuevos
cualquier artículo rescatado, dañado o des-
truido por negligencia del contratista.
3.03 Demolición en el sitio: las losas pueden par-
tirse para permitir el drenaje y dejarse en el
sitio, cuando el ingeniero deterrIÚne que tal
método de eliminación no va en detrimento
de la integridad estructural (:Ielrelleno o de la
estructura que se colocará.
3.04 Rellenos: rellenar zanjas y excavaciones re-
sultantes del trabajo que señala esta sección,
de acuerdo con la sección 02200.
3.05 Retiro de los materiales fuera del sitio de
trabajo: los materiales no rescatados o no
aptos para su reutilización, serán retirados
sin cargos adicionales al propietario.
Parte 4: Medicióny pago
4.01 Medición:
A. El trabajo ejecutado bajo esta sección se mide
en dimensiones lineales, áreas, volúmenes, o
por otras unidades adecuadas para cada ele-
mento del trabajo, tal y como se especifica en
la propuesta.
B. No se miden separadamente, para su pago,
las excavaciones y rellenos incluidos en el
trabajo de esta sección. La extracción de ele-
mentos abajo de la superficie se mide Y.paga
según los lineamientos de la sección 02200.
4.02 Pago: el pago para la preparación del sitio se
hace bajo el precio unitario contratado, como
se indicó antes.
Las especificaciones generales precedentes se
modificaron por disposiciones especiales, pero con-
servaron igual número de secciones y títulos, con
objeto de satisfacer los requerimientos particulares
de un contrato específico. El siguiente ejemplo de
una disposición especial se tomó del Contract Speci-
fications Book, contrato número NW-02-06, para la
construcción de la estructura de la estación Lexing-
ton Market, del sistema de tránsito rápido de la
re~ón de Baltimore, E. U.
3.24 . Seccióntres
SECCiÓN02113 PREPARACiÓNDELsmo
(ESTACiÓN)
Parte 1: Generalidades
1.01 Descripción:
A. Estasección incluye las especificaciones para
remoción, salvamento, demolición en el sitio
u otras disposiciones de los elementos exis-
tentes en la superficie, incluyendo pavimen-
tos, vías para carros de tranvía, guarniciones
de granito, guarniciones y cunetas de concre-
to, banquetas, muros, señales de calles, vallas,
árboles, arbustos y otros elementos superfi-
ciales variados; los cuales interfieren con la
construcción de la estación, tal como señalan
los planos del contrato, o lo requiere el inge-
niero, y no seespecifica en ninguna otra parte
de las otras secciones de las especificaciones.
Excepto por modificaciones incluidas en esta
sección, el trabajo debe hacerse de acuerdo
con las especificaciones generales de la sec-
ción 02113.
B. Vías para carros de tranvía: Las vías para
carros de tranvía incluyen cualquiera de los
accesorios para los rieles de los carros de tran-
vía, conducto portacables, residuos de guías
de hierro fundido y concreto entre las guías.
Parte 2: Productos (no se usó)
Parte 3: Ejecución
3.01 Remoción:
A. Los requerimientos especificadosse aplican a
los diversos elementos queseencuentranen
la superficie, que no requieren ser removidos
según las indicaciones de otras secciones.
D. No usar una bola, peso o martinete para rom-
per pavimento que se encuentre a 5 ft de una
junta de pavimento o a 3 ft de cualquier es-
tructura u otro pavimento que vaya a perma-
necer en el sitio. Proteger las instalaciones
subterráneas existentes. Delinear las basesde
pavimentos de concreto que se van a remover
por medio del corte con sierra a 2 in de pro-
fundidad.
E. Desgarramiento: desgarrar la superficie de
materiales bituminosos de la base de pavi-
mento rígido existente, de acuerdo con los
planos del contrato.
3.02 Salvamento:
D. Mantener y tener disponible para la inspec-
ción del ingeniero, un registro detallado de
los elementos rescatados.
E. Rescatar las guarniciones de granito traslada-
das durante la remoción de la acera y del
pavimento del camino, y enviadas al Depar-
tament of Public Works de la ciudad de Balti-
more, Special Services Yard, 6400 Pulaski
Highway, Baltimore, Maryland, E. U.
Parte 4: Medición y pago
4.01 Medición:
A. La tercera línea se revisa y debe decir el precio
unitario programado.
C. La remoción de las vías para carros de tran-
vías y la remoción, rescate y envío de las
guarniciones de granito no se miden separa-
damente para su pago; todos los trabajos re-
lacionados deben considerarse incidentales al
renglón del trabajo "Remoción de pavimen-
tos de caminos".
4.02 Pago: la primera y segunda líneas se revisan
y deben decir: al precio unitario para las can-
tidades de obra, indicadas antes.
A. La remoción de concreto de las vías de acceso
a cocheras y de los callejones se pagan como
"Remoción de aceras".
B. Todos los trabajos no pagados se incluyen
parasu pagoen la suma del precio global del
contrato para la preparación del sitio.
3.12 Eiemplo de una
especificación técnica
completa
El siguiente ejemplo presenta una especificación
técnica que fue parte de las que se elaboraron para
el proyecto de construcción de un muelle y puentes
de acceso en el área del Caribe.
SECCiÓNT3. TUBOSDEACEROPARAPilOTES
1. Descripción. El trabajo que se especifica en esta
sección incluye el suministro y colocación de
tubos para pilotes, incluyendo revestimientos
protectores, pilotes de prueba, pruebas de carga,
-
así como el relleno de concreto, tal como se mues-
tra en los planos y como se indica en las presentes
especificaciones.
2. Materiales.
a. Los tubos para pilotes serán nuevos, sin cos-
tura, tubos de acero que se ajusten a los reque-
rimientos de la Designación ASTM A252,
grado 2. Los tubos tendrán 18 in de diámetro
exterior con un espesor en las paredes de
1h in, se ordenarán por duplicado en longitu-
des aleatorias. Los extremos de las secciones
de los tubos serán perpendiculares a los ejes
longitudinales y serán biselados de la manera
como se muestra en los planos, en donde lo
requieran lQsempalmes soldados. Antes que
se inicie la colocación, se proporcionarán los
certificados de fábrica que cubren la compo-
sición química de los tubos y además dos
copias certificadas de los registros de las
pruebas físicas realizadas sobre los tubos re-
cién fabricados de acuerdo con los requisitos
ASTM dados antes.
b. Las puntas de acero para los extremos de los
pilotes serán de acero colado, según los re-
quisitos de la Designación ASTM A27, grado
65-35. Las puntas serán estándares a 60. con
pestañas interiores y con dos varillas inte-
riores cruzadas. Cada punta se marcará con
el nombre del fabricante o con un número
de identificación. El contratista debe presen-
tar, para su autorización por parte del inge-
niero, los detalles de la punta que se propone
emplear.
c. Los anillos de empalme que se muestran en los
planos serán de acero estructural, de acuerdo
con los requerimientos de la Designación
ASTM A36
d. El concretopara los pilotes será de 3500 lb/ in2
de acuerdo con los requisitos de la sección T5,
concreto.
e. El reforzamiento de las jaulas en lo alto de los
pilotes se hará según los requisitos de la sec-
ción T5, concreto.
r Los electrodos para la soldadura estarán de
acuerdo con los requisitos de la American
Welding Society "Specifications for Mild-
Steel Covered-Arc Welding Electrodes".
Especificaciones. 3.25
g. Los revestimientos protectores consistirán en lo
siguiente:
(1) Pintura inórganica rica en zinc (una capa),
con el pigmento de zinc empacado por
separado, pigmento que se mezclará al
aplicarse. El contenido de polvo de zinc
será del 75% del peso total del contenido
no volátil. Los productos aceptables son
Mobilzinc No. 7 de Mobil Chemical Co.,
No. 92 Tneme-Zinc de Tnemec Co., o Zinc-
Rich 220 de USS Che\Ilicals, Div. De U.S.
Steel Corp.
(2) Recubrimiento con una resina epóxica y
alquitrán de hulla (dos capas), que es una
resina de dos componentes amina o polia-
mida-epóxica y alquitrán de hulla, de co-
lor negro. Los productos aceptables son los
de Amercoat No. 78 Ameron Corrosion
Control Div.; Tar-Coat No. 78-J-2 Val-
Chem de Mobil Chemical Co., o Tarset No.
C-200 de USS Chemicals.
(3) Tanto la pintura rica en zinc como la resina
epóxica de alquitrán de hulla deben estar
de acuerdo con la especificación de la Fe-
deral Spec. MIL-P-23236.
3. Detalles de la construcción.
a. Recubrimientos protectores. La pintura rica en
zinc y la resina epóxica de alquitrán de hulla
deben aplicarse a las superficies exteriores de
los tubos pilotes, incluso las área de empalme,
dentro de los límites respectivos que se mues-
tran en los planos. El contratista aplicará los
recubrimientos protectores en un largo sufi-
ciente de las secciones de los pilotes para
asegurarse de que el pilote hincado hasta la
profundidad requerida estará protegido den-
tro de los límites precisados.
Antes de aplicar la pintura rica en zinc o
la resina de alquitrán, las superficies expues-
tas se limpiarán hasta metal blanco de acuer-
do con la especificación núm. SP-5, de Steel
StructuresPainting Council Specifications.
La pintura rica en zinc se aplicará en el
taller como una película seca de un grosor de
2 milésimos de in. La resina de alquitrán se
aplicará en el taller o en el lugar de la obra y
tendrá una película de un grosor de 16 milé-
simos de in en total. Las secciones recubiertas
del pilote no se almacenarán bajo la luz direc-
3.26 . Sección tres
ta del sol más de un mes sin que se las cubra
con una lona impermeable.
Sedebe tener cuidado cuando semanejan
las secciones de los pilotes revestidos duran-
te la carga, el transporte, la descarga y la co-
locación, de manera que el recubrimiento
protector no sea penetrado o removido. Las
secciones recubiertas del pilote se inspec-
cionarán antes que se coloque y cualquier
superficie dañada se reparará y recubrirá a
satisfacción del ingeniero.
El contratista debe consultar las etiquetas
de advertencia de los productos de resina
epóxica de alquitrán de hulla y la literatura
de los fabricantes acerca del empleo de ropa
protectora, guantes, lentes y cremas protecto-
ras durante la mezcla, aplicación y limpieza
de la resina.
El ingeniero debe examinar el recubri-
miento de la resina epóxica de alquitrán de
hulla con el fin de determinar la resistencia de
la película por una fuerza mecánica, como
sigue:
(1) Hágase que un escoplo de madera aguza-
do quede casi horizontal sobre la superfi-
cie recubierta y en línea con la longitud del
pilote.
(2) Ráspese con el escoplo utilizando un mar-
tillo, a través del recubrimiento y a lo largo
del sustrato.
(3) Si la película de recubrimiento está adhe-
rida aceptablemente a la superficie, se
requiere una fuerza considerable para ras-
par la película.
(4) Partes del recubrimiento deben permane-
cer adheridas a la superficie en los senos
del patrón de carga, para que sea una
prueba aceptable.
(5) El área examinada se reparará según las
especificaciones del contratista.
(6) La cantidad de pruebas se limitará a dos
exámenes aceptables para cada embarque
o por cada día de la aplicación en campo
del recubrimiento.
b. Preparación para la colocación
(1) Los pilotes no se llevarán a ninguna área
hasta que se haya hecho la excavación ne-
cesaria.
(2) Puntas de los pilotes: la punta de todo pilo-
te debe cerrarse con una punta de pilote
aprobada, soldarse en el lugar de manera
que se produzca una junta impermeable.
(3) Empalmes o juntas: la cantidad de empal-
mes se conservará en un mínimo práctico.
La cantidad y localización de las juntas
estarán sujetas a la aprobación del ingenie-
ro. Los empalmes se harán con toda la
potencia de las soldaduras utilizando un
anillo empalmador interno de acero que
sirva como respaldo, tal como se muestra
en los planos. Tal vez el contratista desee
emplear otro diseño para empalme; si es
así, presentará con todos sus detalles su
empalme propuesto al ingeniero para que
lo autorice. Todos los empalmes serán a
prueba de agua.
(4) Soldadura: la soldadura se debe ajustar a
los requisitos aplicables de la edición ac-
tualizada de la American Welding Society,
"Specifications for Welded Highway and
Railway Bridges". Los soldadores estarán
calificados para hacer el trabajo, tal como
seprescribe en las especificaciones AWS.
c. Equipo:todo el equipo estará sujeto a la apro-
bacióndel ingeniero.Lospilotessehincarán
con un martillo de acción sencilla el cual de-
sarrollará la tasa de energía proporcionada
por el fabricante con un golpe no menor de
30 000 libras-pie. El peso del martinete no
será menor de 10000libras.
Se proporcionará la capacidad suficiente
de calderas o de compresores siempre que se
necesitenpara mantener la tasade velocidad
del martillo durante el hincado de un pilote.
El mecanismo de la válvula y otras partes del
martillo semantendrán en talescondiciones,
que se obtenga la altura de caída para el cual
se proyectó éste.
Los pilotes se hincarán con guías cons-
truidas de tal manera que permitan la libertad
de movimientos del martillo. Las guías se
conservarán en su posición por medio de ca-
bles o abrazaderas para que tengan el apoyo
requerido por el pilote durante el hincado.
Se emplearán guías inclinadas para colocar
los pilotes inclinados. Las guías tendrán la
longitud suficiente, ya que no sepermitirá el
empleo de guías auxiliares dentro de la exca-
vación.
No se permitirá el hincado mediante cho-
rros de agua, a menos que el ingeniero lo
autorice. Cuando se autoriza su uso, el con-
tratista debe presentar al ingeniero los deta-
lles totales de la operación propuesta. En
ningún caso se permitirá el hincado mediante
chorros de agua dentro de una altura de 10 ft
de la elevación final de la punta del pilote.
d. Precisiónenelhincado:la elevación final de los
pilotes, no variará a la indicada en los planos
en más de 3 in. Los pilotes se colocarán con
una variación de no más de un 1,f¡de 3 in por
pie medido desde la vertical o su ángulo de
inclinación indicado en los planos o como lo
indique el ingeniero.
No se empleará la fuerza con el propósito
de colocar los pilotes alineados correctamente
o en posición horizontal. Los pilotes que ex-
cedan las tolerancias permisibles se conside-
rarán inaceptables, a menos que el contratista
proporcione un plan de trabajo satisfactorio
que muestre el trabajo correctivo que propo-
ne. No se procederá a este trabajo hasta que
el ingeniero autorice el plan propuesto.
e. Pilotes defectuosos: se rechazarán todos los pi-
lotes dañados ya sea por defectos internos o
por un manejo o colocación inadecuados.
El contratista debe presentar las medidas co-
rrectivas al ingeniero para que las apruebe.
Las medidas correctivas aprobadas realiza-
das por el contratista no tendrán un costo
adicional para el propietario.
f Limitaciones en el hincado: el contratista debe
tener cuidado en la existencia de material de
relleno cementado en el área de trabajo pro-
puesta, tal como se indica en los registros de
sondeos. Todos los pilotes penetrarán en esta
capa de relleno. El contratista tomará las me-
didas necesarias para realizar la penetración,
mismas que estarán sujetas a la aprobación
del ingeniero.
g. Longitud delospilotes:la longitud de los pilotes
indicada en la propuesta sólo se emplea para
propósitos de estimación. La longitud real
necesaria de los pilotes se determinarán en la
obra, hincando los pilotes hasta la profundi-
dad que se necesite de acuerdo con los pilotes
de prueba y las pruebas de carga.
Especificaciones. 3.27
h. Sobrantes en lospilotes: pueden usarse sobran-
tes para fabricar otros pilotes. Sin embargo,
los sobrantes útiles deben tener, por lo menos,
10 ft de longitud y sólo se permitirá un so-
brante por pilote.
i. Hincado: el hincado de un pilote debe ser
continuo en lo posible. Cuando se reanuda el
hincado después de una interrupción, no se
tomarán en consideración los golpes hasta
que se haya roto la capa que penetraba el
pilote durante la interrupción.
No se hincarán los pilotes en un área
comprendida a 60 ft del concreto que tiene
menos de 7 días de colocado.
Para las últimas 6 in, los pilotes se hinca-
rán conforme a la resistencia determinada por
los pilotes y por las pruebas de carga, y como
lo establezca el ingeniero.
Todos los pilotes que por alguna causa
sea necesario deshincar, se hincarán de nuevo
tal como lo indique el ingeniero y tales costos
se incluirán en la propuesta del precio unita-
rio para los pilotes.
j. Inspección: el contratista debe tener disponible
todo el tiempo una linterna para la inspección
de cada pilote en toda su longitud.
k. Concreto:no se colará un pilote sino hasta que
el ingeniero lo inspeccione y lo acepte. La acu-
mulación de agua en el pilote debe eliminarse
antes de que se coloque el concreto. El concre-
to de 3500 lb/in2 se mezclará y transportará
tal como se especifica en la sección T5, Concre-
to. El concreto se colocará de una manera
continua en cada pilote de tal forma que no
existirán juntas frias. El revenirniento no ex-
cederá de 3 in. Se tendrá un cuidado especial
en el llenado de los pilotes, con objeto de im-
pedir que se formen panales o bolsas de aire
en el concreto. Se utilizará el vibrado interno
y cualquier otro medio hasta una profundi-
dad práctica, para consolidar el concreto.
Si el contratista no puede retirar el agua
del interior del pilote, de manera que no pue-
da colarse el concreto "en seco", debe presen-
tar los detalles de la operación mediante tubo
que propone para el llenado del pilote.
l. Descabece:los extremos de los pilotes se cor-
tarán en las elevaciones mostradas en los
planos.
3.28 . Sección tres
m. Refuerzos: los extremos de los pilotes se refor-
zarán como se muestra en los planos. El acero
de refuerzo se asegurará de tal manera que
ocupe el lugar adecuado en los pilotes termi-
nados.
n. Pilotesde prueba:los pilotes de prueba se colo-
carán en los lugares mostrados en los planos
o establecidos por el ingeniero, con objeto de
determinar la longitud aproximada de los
pilotes. Además, se harán pruebas de carga,
con objeto de verificar la capacidad de carga
de los pilotes colocados.
El primer pilote de prueba se colará con
una carga proyectada de trabajo de 10 tonela-
das, según la siguiente fórmula:
P = 2WH
5+0.1
en donde P =
W=
capacidad segura de carga, en lb
peso, en lb de piezas de impacto
del martinete
altura de caída, en ft
penetración promedio, en in por
golpe para los últimos 10 a 20
golpes
H
S
o. Pruebas de carga de los pilotes: las pruebas de
carga se realizarán de acuerdo con los requi-
sitos de la AsTM Designation 01143, "Load-
settlement Relationship for Individual
Vertical Piles Under Static Axial Load", como
se modifican aquí:
(1) No se requiere la información de prueba
que se especifica en la sección 2.
(2) Bajo la sección 5, procédase así:
a) Debe pasar un periodo mínimo de siete
días entre el hincado y la prueba de
carga de los pilotes.
b) El pilote de prueba se colará, por lo
menos tres días antes de la carga.
c) No se requiere una carga que esté más
allá del 200% de la carga proyectada de
trabajo de 150 toneladas.
d) No se quitarán las cargas intermedias.
e) La carga total de prueba permanecerá
en su sitio un mínimo de 24 horas, se-
gún lo determine el ingeniero.
....
j) Se registrará una lectura final 24 horas
después de retirada la carga de prueba
total.
g) Se aplicará el incremento de la carga
a una tasa uniforme sin impactos re-
pentinos de carga. La reducción de la
carga de pruebas se hará de la misma
manera.
El contratista debe presentar al
ingeniero los detalles completos del
método que propone para realizar las
pruebas de carga, incluso el tipo de
equipo.
La capacidad de carga útil del pilo-
te de prueba se considerará como la
mitad de la carga de prueba que pro-
duzca un asentamiento permanente en
el extremo del pilote de no más de !¡.in.
4. Método de medición.
a. Se pagará según la cantidad de ft lineales de
pilotes de acero de 18 in que haya, incluso
los pilotes de prueba en la estructura termi-
nada, que se instale de acuerdo con los planos
y las especificaciones, medidos desde la pun-
ta del pilote hasta el punto de descabece.
b. La cantidad de pruebas de carga de los pilotes
se pagará por el número de pruebas comple-
tas realizadas de acuerdo con los planos y las
especificaciones.
5. Bases del pago.
a. La propuesta del precio unitario por pie lineal
de pilotes de acero de 18 in incluirá todos
los costos de la mano de obra, los materiales
y el equipo necesarios para terminar el traba-
jo, incluso los recubrimientos protectores, las
puntas de los pilotes, lps empalmes, el concre-
to, el hincado con chorros de agua cuando se
autoriza, las medidas correctivas, los sobran-
tes y desperdicios y los pilotes de prueba.
b. La propuesta de precio unitario para cada
prueba de carga del pilote incluirá toda la
mano de obra, los materiales y el equipo ne-
cesarios para terminar el trabajo, incluso el
retiro de todos los materiales y equipo tem-
porales.
---
3.13 Cualidades de los
ingenieros que elaboran
especificaciones
Una revisión del carácter y función de las especifi-
caciones implica el conocimiento que deben tener
los redactores de las especificaciones del trabajo
propuesto y las condiciones bajo las cuales se va a
realizar, de los métodos y materiales de construc-
ción que se usarán, y de los procedimientos del
propietario para la administración del contrato.
Junto con la capacidad técnica, uno de los requisitos
principales del redactor de las especificaciones es la
capacidad de transmitir completamente el alcance
del contrato a terceras personas: ingenieros, cons-
tructores, trabajadores, abogados, financieros, el
público en general. La capacidad para redactar es
un elemento importante, ya que las especificaciones
tienen valor en la medida en que puedan entenderse
con claridad.
Los redactores de las especificaciones para las
construcciones civiles deben ser ingenieros civiles,
titulados, con alguna experiencia en el diseño y
amplia experiencia en el campo. Los ingenieros me-
cánicos y eléctricos y los arquitectos deben preparar
las especificaciones técnicas relativas a sus propias
especialidades.
Un ingeniero de especificaciones debe tener un
mínimo de 10 años de experiencia en las prácticas
de construcción, de preferencia como un repre-
Especificaciones. 3.29
sentante del propietario. De este tiempo, por lo
menos de tres a cinco años debe haber sido ingenie-
ro residente, que interpreta, refuerza y defiende las
especificaciones del proyecto. El ingeniero de espe-
cificaciones habrá adquirido, entonces, una buena
apreciación del papel que las especificaciones tie-
nen en el desarrollo y terminación de los proyectos.
Básicamente los contratistas deben saber lo que
se requiere de ellos según los términos de un con-
trato y cuáles son sus honorarios; cuanto más clara
y simple sea la manera como se presente en los
documentos del contrato, menor es la posibilidad
de que haya problemas, demoras y reclamaciones
durante el trabajo.
El Construction Committee of the U.S. Committee on
LargeDams establece en su escrito 8781, publica-
do por la AmericanSocietyof Civil Engineers,lo si-
guiente:
No es fácil ordenar en un esquema correcto el
conjunto de especificaciones de las construcciones. En
general, se emplean para este propósito los ingenieros
especialistas, llamados redactores de las especificacio-
nes, cuyo trabajo requiere de buen juicio, conocimien-
to amplio de los aspectos técnicos del trabajo y la
apreciación de los problemas de la construcción; ade-
más de la capacidad de expresar con claridad y conci-
sión todos los términos, condiciones y disposiciones
necesarias para presentar una imagen precisa al cons-
tructor. Es un trabajo muy laborioso
4
JonathanT. Ricketts
ConsultingEngineer
WestPalmBeach,Florida
Administración
de construcciones*
L
a construcción es la movilización y
utilización de recursos financieros,
humanos, materiales y equipo para en-
samblar materiales y equipo en un lu-
gar específico de acuerdo a dibujos, especificaciones
y documentos de contrato formulados para servir
al propósito de un cliente. Por lo general, las empre-
sas constructoras se especializan en una de cuatro
categorías en las que suele dividirse la construcción:
viviendas, incluyendo casas unifamiliares y edifi-
cios de departamentos; construcciones no residen-
ciales, como es el caso de estructuras erigidas para
instituciones educativas, comerciales, de industria
ligera y recreativas; ingeniería de construcciones,
que comprende obras diseñadas por ingenieros y
que se pueden clasificar como construcción de ca-
rreteras o construcción pesada para puentes, túne-
les, ferrocarriles, canales, estructuras marinas, etc.
y, por último, la construcción industrial como es la
de plantas eléctricas, acerías, plantas de productos
químicos, fábricas y otras estructuras altamente téc-
nicas. La razón para esta especialización es que los
métodos de construcción, capacidad de supervi-
sión, mano de obra y equipo son muy diferentes
para cada una de las categorías.
En la construcción interviene una combinación
de organizaciones especializadas, ciencia de inge-
niería, suposiciones estudiadas y riesgos calcula-
dos. Es compleja y diversificada y, en general, el
producto final suele no ser estándar. Como las
operaciones deben ser realizadas en el lugar del
proyecto, a veces afectado por códigos locales y
reglamentos legales, todo proyecto es de carác-
ter único. Además, debido a su exposición a la
intemperie, la construcción se ve afectada por
variaciones climáticas diarias y estacionales; con
frecuencia también resulta afectada de manera im-
portante por la disponibilidad de financia miento
para la construcción, mano de obra, materiales y
equipo.
La administración o dirección de construcción es
la jurisdicción de contratistas o de consultores cono-
cidos como directores de construcción. Los contra-
tistas suelen emplear personal de supervisión y
administración, obreros, materiales y equipo para
llevar a cabo la construcción de acuerdo con los
términos de un contrato con un cliente o propieta-
rio. Los directores de construcción prestan servicios
de asesoría de construcción a un propietario, o bien,
actúan como representantes de éste, hacen contra-
tos con otros para realizar la obra y prestar servicios
administrativos y de supervisión durante la cons-
trucción. Esta sección contiene directrices para la
dirección satisfactoria de una construcción.
.Revisado y actualizado de la Sección 4, Construction Management, por el difunto J. B. Bonny, en Standard Handbookfor Civil Engineers,
3a. ed. McGraw-Hill, Inc. New York.
4.1
4.2 . Seccióncuatro
4.1 Labores de una
administración
de construcciones
La administración o dirección de construcciones
puede comprender la planeación, ejecución y con-
trol de operaciones de construcción para cualquiera
de los tipos de construcción antes mencionados.
La planeación exige determinar los métodos
de financiamiento, estimar costos de construcción,
programar el trabajo y seleccionar métodos y equi-
pos de construcción que sevayan a emplear. Inicial-
mente se hace necesario un estudio detallado de los
documentos del contrato, que lleva a conjuntar to-
dos los elementos de la obra que se vaya a realizar
y a agrupar los relacionados en un plan maestro;
esto es seguido por el establecimiento de una se-
cuencia de operaciones de construcción y se deter-
mina el tiempo de ejecución para cada elemento. En
las siguientes etapas de planeación se selecciona el
método y equipo de construcción para cada trabajo,
para satisfacer el programa y reducir al mínimo los
costos de construcción; se formula un plan de cons-
trucción maestro, o general; se desarrollan progra-
mas para hacerse de obreros, materiales y equipo;
por último, se hacen pronósticos de gastos e ingre-
sos para el proyecto.
En los planes para la ejecución de un proyecto,
es importante reconocer que no sólo el costo de
construcción sino también el costo total del proyecto
aumenta con la duración de la construcción, por lo
que esesencial la rápida ejecución de una obra. Para
lograr este fin, la dirección de construcción debe
asegurarse que se disponga de obreros, materiales
y equipo cuando sean necesarios para la obra. La
dirección de construcción puede tener la responsa-
bilidad general para la compra de materiales yequi-
po y agilizar su entrega no sólo al trabajo sino al
lugar preciso de su uso. Para materiales que requie-
ran fabricación por parte de un proveedor, deben
hacerse arreglos para la formulación y revisión de
dibujos de fabricación, así como inspección de ésta
si es necesario. Del mismo modo, para la ejecución
de una construcción es esencial la supervisión del
proyecto, la inspección de la construcción para ve-
rificar que se apegue a los documentos del contrato,
el establecimiento de medidas para garantizar la
seguridad del trabajo, y que las operaciones satisfa-
gan los reglamentos de la Occupational Safety and
Health Act (OSHA) y aspectos ambientales. Ade-
más, una exitosa ejecución de obra requiere de ins-
talaciones provisionales de construcción, entre las
que se incluyen oficinas de campo, caminos de ac-
ceso,ataguías,drenaje, servicios públicos y de sani-
dad, así como diseño de encofrados o cimbras para
concreto.
El control de una construcción necesita de in-
formación actualizada sobre el avance de la obra,
costos de construcción, ingreso y aplicación de me-
didas para corregir cualquiera de éstas que no satis-
faga los pronósticos. El control de los avances suele
estar basado en comparaciones del trabajo real de
construcción con el cumplimiento del pronóstico
indicado en el plan maestro o detallado. Las opera-
ciones que seretrasen por lo general seagilizan con
tiempo extra o con más personal y equipo, así como
con la rápida entrega de materiales y equipo que se
vaya a instalar. El control de costos e ingresos se
basa en la comparación de costos e ingresos reales
contra los presupuestados al principio del proyecto.
Estas comparaciones hacen posible descubrir las
fuentes de gastos superiores a los de presupuesto y
la insuficienciade ingresos, de manera que sepue-
dan tomar medidas correctivas. .
Papel de contratistas _ El cliente o propie-
tario que busque la construcción de un proyecto
contrata con una persona o empresa constructora la
realización de todo el trabajo y la entrega del pro-
yecto terminado dentro de un periodo especificado,
generalmente sin rebasar el costo estimado.
Estapersona o empresa seconocecomocontratis-
ta general, quien básicamente dirige la construcción
de todo el proyecto, puede proporcionar el personal
para realizar el trabajo y casi siempre subcontrata la
mayor parte de la obra, pero esresponsable de toda
ésta. Por completo a cargode todas las operaciones
de campo, incluyendo la procuración de personal,
materiales y equipo, el contratista dirige y asigna
todos estos elementos para lograr la terminación del
proyectoen el más corto tiempo y al costo más bajo.
Elcontratistadebe tener dos objetivos principa-
les: (1) dar al propietario un servicio que seasatis-
factorio y oportuno; (2) obtener una utilidad.
Gerente de construcción _ Éste es un con-
tratista general o consultor de construcción que
dirige la construcción conforme a un contrato de
servicio profesional con el propietario. Cuando se
contrata al inicio de un proyecto, el gerente de
construcción colabora con el propietario y diseña-
dores para proporcionar información y recomenda-
cionesrelacionadas con la tecnología y economía de
la construcción; también puede elaborar estima-
dos de costos durante el diseño preliminar y las
diferentes fases de desarrollo del diseño, así como
el estimado de costo final después de terminar los
documentos de contrato. Otras labores son reco-
mendar la adquisición de materiales y equipo de
largo tiempo de espera, para garantizar su entrega
cuando sean necesarios; revisar planos y especifica-
ciones para evitar conflictos y traslape del trabajo
desubcontratistas; elaborar un programa de avance
de todas las actividades del proyecto para el propie-
tario, diseñadores, contratista general, subcontratis-
tasy gerente de construcción, así como dar informes
periódicos a todos los interesados sobre el estado
del trabajo con relación a los programas del proyec-
to. Del mismo modo, el gerente de construcción, al
conocer factores como es el caso de la disponibili-
dad de obreros y de jurisdicciones de oficios que se
traslapan, puede ofrecer recomendaciones con rela-
ción a la división del trabajo en las especificaciones
que facilitan la licitación y concesión de contratos
de oficios. Además, a nombre del propietario, el
gerente puede tomar y analizar licitaciones compe-
titivas en el trabajo y otorgar o recomendar al pro-
pietario la concesión de contratos.
Durante la construcción, el gerente de construc-
ción puede servir como contratista general o como
representante del propietario, para asegurar que el
proyecto satisface los requisitos de los documentos
de contrato, reglamentos legales y obligaciones fi-
nancieras. Como representante del propietario, el
gerente de construcción asume las obligaciones del
propietario en la construcción y organiza personal
para este propósito. Otras funciones de la gerencia
de construcción son allegarse de un ingeniero resi-
dente o encargado de obras; actúa como coordina-
dor con el diseñador principal, contratista general
y propietario; lleva registros de trabajo; verifica e
informa sobre el avance del trabajo; dirige al contra-
tista general para activar trabajos atrasados, si los
hay; toma medidas para corregir desviaciones de
costos, si los hay; registra y autoriza gastos y pagos,
con aprobación del propietario; procesa solicitudes
de cambios en el trabajo y expide órdenes de cam-
bio; agiliza la revisión de dibujos de taller; ins-
pecciona la construcción para que se apegue a los
documentos de contrato; y realiza otras tareas por
las que el propietario es normalmente responsable.
(D. Barry and B. C. Paulson, Jr., Professional
Construction Management, 2a. ed., G. J. Ritz, Total
Administración deconstrucciones. 4.3
Project Management, and S. M. Levy, Project Mana-
gement in Construction, 2a. ed., McGraw-Hill, Inc.,
New York.)
4.2 Organización de las firmas
de la construcción
El tipo de organización empleado para llevar a cabo
labores de construcción está influido por considera-
ciones peculiares de esa industria, muchas de las
cuales son diferentes de las que afectan a otras
industrias como la manufacturera, el comercio o la
distribución de bienes. Esto se debe sobre todo al
grado de movilidad requerido, a la clase de riesgo
inherente en el tipo de construcción y a la región en
la cual se opera.
4.2.1 Organización de un contratista
como negocio
Estas entidades contratantes utilizan las formas
usuales de negocios. Quizá en su mayor parte son
propiedades, donde una persona es propietaria o
controla la empresa; muchas otras son sociedades,
donde dos o más personas forman una asociación
voluntaria para realizar un negocio con fines lucra-
tivos. La forma corporativa tiene particular atracti-
vo para empresas grandes y pequeñas que operan
en el ramo de la construcción. Para una empresa
grande, la estructura cOIEorativa es una forma más
fácil de financiarse a sí rñisma al dividir la propie-
dad en muchas unidades pequeñas que pueden ser
vendidas a una amplia variedad económica de com-
pradores, incluyendo los que tengan sólo pequeños
ahorros para invertir. Además de ayudar en las
operaciones de financiamiento, la forma corporati-
va lleva una responsabilidad civil limitada a las
personas interesadas en la empresa y una suce-
sión perpetua que no es afectada por la muerte
del propietario en particular o por la transferen-
cia del interés de cualquier propietario. Debido a
estas características, el medio corporativo también
es utilizado por numerosos contratistas en pequeño.
4.2.2 Consideraciones especiales de la
organización de la construcción
Un equipo de construcción realiza su trabajo sólo
una vez en cada sitio; la siguiente vez su trabajo lo
4.4 . Seccióncuatro
realiza en otro lugar, con un nuevo esquema y bajo
nuevas, aunque con frecuencia similares, especifi-
caciones. Más aún, desde el comienzo de cada pro-
yecto de construcción, el contratista se ve obligado
a trabajar en el lugar en donde se encuentre la obra.
Su propósito es terminar la obra de una manera tan
rápida y económica como sea posible y después
abandonar el lugar.
Los problemas de la construcción difieren de los
que se presentan en empresas industriales. Las solu-
ciones a dichos problemas pueden desarrollarse me-
jor dentro de la misma industria de la construcción,
con lo cual se reconoce que tiene un carácter único y
esto exige gran flexibilidad 'en sus operaciones. Ba-
sándose en fundamentos que descansan dentro de la
misma, la industria de la construcción ha diseñado
estructuras organizativas según las cuales operan los
contratistas más competentes. Con ellas se pretende
que los ejecutivos se alejen de la mesa de juntas y
tengan un contrato cercano con la obra. Esto elimina
la burocracia organizativa que impide la comunica-
ción rápida entre la oficina y la obra, y demora las
decisiones que son vitales para la administración.
Normalmente estas fuerzas están organizadas
por oficios o por clasificaciones de trabajo especia-
lizado. Un capataz o sobrestante dirige cada unidad
e informa a un superintendente general de cons-
trucción (Fig. 4.1).
El superintendente de construcción se encarga
de toda la construcción, incluso dirige las fuerzas
productivas, recomienda los métodos de construc-
ción y selecciona el personal, equipo y materiales
necesarios para realizar el trabajo. El superinten-
dente general supervisa y coordina el trabajo de los
superintendentes y capataces o sobrestantes de
los diversos oficios. Los superintendentes generales
informan a la gerencia o, en casos en donde la
magnitud o la complejidad del proyecto lo justifica,
a un gerente de proyecto, quien, a su vez, informa a
un gerente general. Para que el superintendente
general de construcción y el gerente de proyecto
logren un avance eficiente en el trabajo, los servicios
logísiticos deben estar apoyados por otras personas
que no se encuentran en la línea directa de produc-
ción. <-
En la figura 4-1 se representa la operación de una
pequeña empresa contratista en donde un solo pro-
pietario realiza la función de superintendente gene-
ral de construcción. Estos propietarios operan sus
negocios con poca ayuda administrativa y ésta se
da en general para formular la nómina. Aunque
elaboran sus propias estimaciones y los convenios
para las compras grandes, con frecuencia contratan
los servicios de contadores externos y de asesores
legales.
Conforme un negocio crece y el propietario
emprende contratos más complejos y mayores, se
involucran más oficios, más funciones, o más espe-
cialidades de las que puede controlar una sola per-
sona. De esta manera, otros capataces y cuadrillas
SUPERINTENDENTE
GENERALDE
CONSTRUCCiÓN
CAPATAZ
PERSONALDECONSTRUCCiÓN AGRUPADOBAJOLOSCAPATACESPOROFICIO,
FUNCiÓN,CLASIFICACiÓNDETRABAJOOSEGMENTODEPROYECTO
Figura 4.1 Unidad básica de trabajo y organización de una compañía constructora pequeña.
se agrupan bajo el mando de superintendentes o
sobrestantes de oficio o gremios en el número nece-
sario. Estos superintendentes informan al superin-
tendente general de construcción, quien, a su vez,
informa al gerente del proyecto, que puede ser el
propietario (Fig. 4.2.)
Además de esta expansión de las fuerzas nece-
sarias en la obra, el propietario de un negocio par-
"
MAESTRO
MECÁNICO
INGENIERO
DE
PROYECTO
INGENIERIADECAMPO
DISPOSICiÓNDEPLANTA
PROGRESOESTIMADO
CAMBIODEÓRDENES
PROGRAMAS
MATERIALESPERMANENTES
INGENIERIADECOSTOS
ANÁliSIS DECOSTOS
REPORTESDECOSTOS
REPORTESDEAVANCES
ESTUDIOSDETIEMPOS
ESTIMADOS
OPERACiÓN
DELEQUIPO
TIENDAS
Administraciónde construcciones . 4.5
ticular encuentra que el volumen y la complejidad
de un negocio en crecimiento requieren personal de
apoyo especializado, que tiene que realizar servi-
cios como:
1. Compra, recepcióny almacenamiento de los ma-
teriales permanentes necesarios en el proyecto,
así como de los artículos y suministros que se
ADMINISTRADOR
DEL PROYECTO
,
,
,
,
,
,
,
,
,
,
,
,
I
I
SERVICIOSDEOFICINA
CONTABILIDAD
AUDlTORIA
CUIDADODETIEMPO
GARANTIADEPAGO
SEGUROS
COMPRAS
ALMAC~N
ENVrOS
REGISTROS DECOMPRAS
INVENTARIOS
REPORTE DEIMPUESTOS
COORDINADOR
DETRABAJO
INGENIERO
DESEGURIDAD
SUPERINTENDENTE
GENERAL DELA
CONSTRUCCiÓN
PRIMEROS AUXILIOS
MÉDICO
Figura 4.2 Organización del proyecto, con el nivel más bajo igual que el mostrado en la figura 4.1.
4.6 . Sección cuatro
consumen o que se requieren para que el contra-
tista realice su trabajo.
2. Control de las asistencias y nómina, con todas las
ramificaciones que resultan de la legislación fe-
deral del Impuesto Sobre la Renta y del Seguro
Social, y todos los detalles plasmados en contra-
tos con sindicatos.
con frecuencia son ejecutivos del negocio, son res-
ponsables ante la administración general de la casa
matriz. Pero, dentro de su jurisdicción, están libres
de conducir el negocio bajo una supervisión menos
detallada aunque lo hacen dentro de directrices
definidas o políticas bien establecidas de la compa-
ñía. La casa matriz tiene un control administrativo
total y una comunicación estrecha, pero los proyec-
tos de construcción se llevan a cabo directamente
por medio de organizaciones de distrito (Fig. 4.4.)
3. Contabilidad y auditoría, finanzas e impuestos.
4. Estimados de ingeniería, control de costos, dise-
ño de planta, etcétera.
5. Prevención de accidentes, relaciones laborales, 4.2.3 Consorcios
etcétera.
Para correlacionar las operaciones que .desempe-
ña el personal de apoyo, necesarias para la adminis-
tración general del negocio y como soporte de la
fuerza de trabajo en la obra, el jefe de la organiza-
ción necesita estar libre de las exigencias directas
de las operaciones de construcción. Este problema
puede resolverse con un superintendente general
de construcción, un administrador o gerente del
proyecto, o bien, asociándose con una persona ca-
paz de llenar esta posición, con el propietario ocu-
pando el puesto de gerente general.
Al crecer, puede suceder que la compañía esté
trabajando al mismo tiempo en varias obras en
sitios diferentes. La organización para operar este
tipo de negocios toma la forma de una matriz que
administre y controle los trabajos y preste servicio
al superintendente general de construcción o al ge-
rente del proyecto en cada lugar. En general, este
concepto implica la delegación en el sitio, de los
trabajos y responsabilidades que no pueden desem-
peñarse mejor en la casa matriz.
Por tanto, las diversas obras están, de ordinario,
a cargo de un gerente de proyecto (Fig. 4.2). En las
obras pequeñas, o en casos en donde el superinten-
dente general de construcción se hace cargo en for-
ma directa, el administrador del proyecto estará
apoyado por personal de servicio que desempeña
las funciones que deben llevarse a cabo en la obra
como el control de las asistencias y puntualidad,
almacenamiento y proyectos de ingeniería.
Algunas empresas constructoras grandes, cuyas
operaciones tienen un alcance regional, nacional o
mundial, delegan considerable autoridad, para la
operación del negocio, a distritos o divisiones for-
mados sobre una base geográfica o funcional (Fig.
4.3). Los gerentes o administradores de distrito, que
Puesto que el riesgo es un factor importante en la
construcción, es prudente compartirlo tan amplia-
mente como sea posible. Una forma de protección
es una sociedad con otros contratistas, sobre todo
cuando el peligro financiero de un proyecto parti-
cular lo amerita. En resumen, un consorcio es una
asociación a corto plazo entre dos o más compa-
ñías constructoras en donde cada participante tie-
ne un porcentaje predeterminado de un contrato
y cada uno comparte proporcionalmente pérdida
o utilidad final. Una de las compañías participan-
tes actúa como el administrador o patrocinador
del proyecto.
4.2.4 Consultores de negocios
En muchas ocasiones, los contratistas emplearr ex-
pertos de diversas disciplinas para que les asesoren
en la dirección de sus negocios. Por ejemplo, ade-
más de los consultores en arquitectura e ingeniería
acostumbrados, consultan a los siguientes:
Contadores 8 De preferencia experto en con-
tratos de construcción, el contador debe conocer
bien los principios generalmente aceptados de con-
tabilidad aplicados a proyectos de construcción,
como es el caso de costos, utilidades reales y utili-
dades estimadas en proyectos en proceso de termi-
nación. Igualmente, el contador debe estar en
posibilidad de ayudar en la formulación de la situa-
ción financiera del contratista, incluyendo estima-
dos de las probables utilidades de trabajos en
proceso y las cantidades de reservas con que debe
contarse para contingencias en proyectos termina-
dos para los que no se haya hecho liquidación final
con todos los subcontratistas y proveedores.
Abogados _ Puede ser que sehaga necesario
másdeun abogado para manejar los asuntos legales
delcontratista. Por ejemplo, éste puedenecesitar un
abogado para la mayor parte de los asuntos de
rutina de negocios corporativos, como es la forma-
ción de la corporación, registro de la corporación en
TESORERO
CORPORATIVO'
INGENIERíA
ESTIMACiÓN
DELICITACiÓN
PLANEACIÓN
DE MÉTODOS
DISEÑO DE PLANTA
SELECCiÓN
DEEQUIPO
PROGRAMA
DE CONTROL
DECOSTOS
OFICINA
DEDISTRITO
Administración deconstrucciones. 4.7
otros estados, asesoríade rutina en contratos, y
auxilio legal en asuntos generales. Además, la com-
pañía puede necesitar de diferentes abogados para
manejar reclamaciones, asuntos personales, alba-
ceas, bienes raíces, impuestos y convenios con di-
versos organismos gubernamentales.
CONSEJO DE
DIRECTORES'
SECRETARIO
CORPORATIVO'
PROPIETARIO
O
PRESIDENTE
'SI ESUNACORPORACiÓN
ADMINISTRADOR
GENERAL
ADMINISTRATIVO
COMPRAS
PAGOS
CONTADURIA
AUDlTORíA
LEGAL
CONTRATOS
GARANTIASy SEGUROS
RELACIONES LABORALES
SEGURIDAD
RELACIONES PÚBLICAS
OFICINA
DEDISTRITO
Figura 4.3 TIpode organización distrital, conlas oficinasorganizadas como semuestran en la figura 4.4
y los proyectos indicados en la figura 4.2.
4.8 . Sección cuatro
Seguros y afianzadoras 8 Un contratista
debe estar bien asesorado para seleccionar una
afianzadora que maneje un volumen relativamen-
te grande de seguros generales. Es de esperarse
que este tipo de corredores tenga gran influencia
en compañías de seguros en casos de reclamacio-
nes por pérdidas, o cuando se necesite de influen-
cias para establecer primas en el momento de
renovar pólizas.
Para asuntos de fianzas, sin embargo, los contra-
tistas encontrarán que es aconsejable seleccionar un
corredor que se especialice en fianzas de contratistas
generales y que podría ayudar a resolver sus proble-
mas de fianzas. En fianzas y seguros generales hay
principios totalmente diferentes. Un corredor que
proporciona fianzas de pago y de cumplimiento a
muchos clientes debe tener capacidad para recomen-
dar las compañías de fianzas y seguros más apropia-
das para las necesidades del contratista. Del mismo
modo, el corredor también debe tener capacidad para
auxiliar al contratista y al contador de éste en la ela-
boración de estados financieros, con objeto de mos-
trar la posición del contratista más favorablemente a
fin de obtener fianzas.
Figura 4.4 Tipode organización distrital para una constructora.
ADMINISTRADOR
DEDISTRITO
ASISTENTEDE
ADMINISTRADOR
DEDISTRITO
SUPERINTENDENTE
INGENIERO
ADMINISTRADOR
DEEQUIPO
DEDISTRITO
DEOFICINA
DEDISTRITO
DEDISTRITO
-
I I
OPERACIONES
ESTIMACiÓN
ADMINISTRACiÓN FISCAL
I CONTADURíAI
DEEQUIPO
INGENIERIA
GENERAL
COMPRAS PAGOS
I
TIENDADEDISTRITO DISEÑODEPLANTA IMPUESTOS, LEGAL, ALMACENAMIENTO
ASEGURAMIENTO
SERVICIOS
DEOFICINA
TRANSPORTACiÓN
SUPERVISiÓNTÉCNICA
SUPERVISiÓN
SUPERVISiÓNTÉCNICA
DEOPERACIONES
TÉCNICADE
DEPROYECTO
DEEQUIPO
INGENIERíA ADMINISTRADORES
DEPROYECTO
DEPROYECTO DEOFICINA
I I I
I I ,
I I ,
I I ,
, I ,
4.3 Naturaleza e importancia
de una propuesta
Los contratistas obtienen la mayor parte de sus
negocios por ofertas a concursos hechas por pro-
pietarios, tanto públicos como privados (sección
3.8). Puesto que de ordinario se otorga el contrato
a la "oferta más baja" o "propuesta confiable más
baja", el contratista se enfrenta constantemente a
la posibilidad de no lograr el negocio si su oferta
es demasiado alta. Por otro lado, el contratista se
arriesga a una pérdida financiera al ejecutar el
trabajo, si su propuesta es lo suficientemente baja
como para que se le otorgue el contrato. Por tanto,
la presentación de una propuesta es muy impor-
tante. El contratista es el responsable de las conse-
cuencias de los errores que se cometen, así como
de los riesgos propios de la construcción que el
contratista no puede controlar.
Una propuesta es una oferta hecha por el contra-
tista al propietario para realizar el trabajo requerido
por los documentos del contrato, a cambio de una
suma establecida de dinero. Más aún, la propuesta
es una promesa hecha por el contratista de que, al
aceptar la propuesta del propietario el contratista
firmará un contrato y realizará el trabajo por la
remuneración establecida. Obsérvese que la pro-
puesta y aceptación, junto con la consideración mo-
netaria, constituyen los elementos esenciales de un
contrato entre las partes competentes. De ordinario,
se considera que una propuesta es efectiva hasta
que es rechazada por el propietario. Sin embargo,
la mayoría de los propietarios aclaran en sus invita-
ciones a concurso que el contrato se otorgará dentro
de un periodo estipulado, por ejemplo, en 30 días
después de la fecha de apertura.
Al proporcionar las formas de las ofertas que lle-
narán los contratistas al presentar sus propuestas y al
estipular cómo debe realizarse el trabajo, el propieta-
rio procura que todas las ofertas concursen sobre la
misma base, lo cual le permite efectuar una compara-
ción y selección equitativa para asignar el contrato.
Aunque el tiempo asignado para la elaboración de la
propuesta y presentación de la oferta nunca es consi-
derado suficiente por el contratista, es de cualquier
manera obligatorio para éste preparar la propuesta
en apego estricto con las instrucciones de la invitación
al concurso y otros documentos. No hacerlo así puede
causar ladescalificación de la propuesta por irregular,
con la consiguiente pérdida de tiempo y dinero en la
elaboración de la misma.
Administración deconstrucciones. 4.9
Otras propuestas . Además de la propues-
ta básica, el propietario puede solicitar los precios
alternativos de otras partidas de materiales, equipo
o mano de obra. Estos precios pueden ser agrega-
dos o deducidos de la propuesta básica. Esta carac-
terística se emplea en general para asegurar que se
va a otorgar el contrato dentro de la cantidad de
fondos disponibles del propietario. Sirve también
como ayuda para que el propietario pueda seleccio-
nar, después de haber comparado los precios dados
por las empresas para las diversas alternativas. De
acuerdo con esto, las cantidades propocionadas por
el contratista en las alternativas deben ser comple-
tas en todo, e incluirán los gastos generales y la
utilidad.
4.4 Contratos principales
Un contrato de construcción es un convenio para
construir un proyecto definido de acuerdo con pla-
nos y especificaciones por una suma convenida y
completarlo, listo para su uso y ocupación, dentro
de cierto tiempo. Aun cuando los contratos pueden
ser expresados o sobreentendidos, orales o escritos,
los convenios entre propietarios y contratistas se
reducen casi universalmente a escritos. Las formas
pueden variar, desde la simple aceptación de una
oferta hasta los contratos perfectamente documen-
tados que se acostumbran, en los que los planos,
especificaciones y otros instrumentos, todos ellos
completos, y que se emplean en la licitación, inclu-
yendo la propuesta del contratista, forman parte del
contrato por referencia.
Al reconocer que hay ventajas con la estandari-
zación y simplificación de contratos de construc-
ción, la Joint Conference on Standard Construction
Contracts elaboró documentos estándar para con-
tratos de construcción que se pretende sean bue-
nos para ambas partes. El American Institute of
Architects también formuló documentos estándar
de contratos, y los Contract Cornmittees of the Ame-
rican Society ofMunicipal Engineers y la Associated
General Contractors of American han propuesto y
aprobado un Standard Code for Municipal Cons-
truction.
Por lo general, los contratistas aseguran negocios
al remitir propuestas en respuesta a invitaciones
para concursar o por negociaciones iniciadas por
cualquiera de las dos partes sin invitación formal o
licitación de competencia. Las dependencias o me-
4.10 . Seccióncuatro
diaciones del gobierno federal y la mayor parte de
gobiernos estatales y mwúcipales, sin embargo, son
obligadas por ley a otorgar contratos sólo con base
en licitaciones de competencia. No obstante lo ante-
rior, ciertas dependencias federales, por razones de
seguridad o en emergencias, pueden restringir los
concursantes a una lista seleccionada y, en tales
casos, pueden no abrir licitaciones públicas.
Normalmente, una licitación de competencia
conduce a contratos de precio fijo. Se pueden fijar
en una suma total por el trabajo en su conjunto o en
precios unitarios que han de pagarse por el núme-
ro de unidades de trabajo que se lleven a cabo.
Aun cuando los contratos negociados pueden ser
con base en una suma total o por precio wúta-
rio, con frecuencia toman otras formas que com-
prenden mecanismos para hacer posible el inicio de
una obra en ausencia de planos y especificacio-
nes completos, de bonos por pronta terminación o
arreglos para compartir utilidades como incentivos
para el contratista (véase también la sección 3.3).
Otra alternativa que se utiliza con frecuencia es
el contrato de costo más honorarios fijos. Cuando se
sigue este método, al contratista se le reembolsa el
costo y además se le paga una cantidad fija por la
terminación de la obra. Después que el proyecto del
trabajo se haya definido con claridad y ambas par-
tes hayan convenido en el costo estimado, se deter-
minan los honorarios del contratista con relación al
carácter y volumen de trabajo empleado y la dura-
ción del proyecto. De ahí en adelante los honorarios
permanecen fijos, cualquiera que sea la fluctuación
en costo real del proyecto. No hay incentivo para el
contratista por inflar el costo bajo este tipo de con-
trato, porque sus honorarios no cambian, pero pue-
de haber falta de motivación hacia una eficiente y
rápida terminación inherentes en contratos de pre-
cio fijo.
A veces, en contratos de costo más honorarios
fijos, se incluyen cláusulas para compartir utili-
dades como incentivo para el contratista para con-
servar el costo a un minimo, permitiendo así al
contratista compartir ahorros si el costo real, al ter-
minarse la obra, no llega al costo estimado. Esta
disposición también puede ser acompañada por
una sanción contra los honorarios del contratista en
caso que el costo real rebase al costo estimado con-
venido.
Un requisito fundamental para todos los con-
venios de contrato a costo más honorarios es una
definición del costo. Debe hacerse una clara dis-
tinción entre costos reembolsables y costos que
constituyen los gastos generales del contratista,
pagaderos de los honorarios del contratista. Algu-
nos contratos, que de otra manera funcionan muy
bien, se hacen difíciles porque no se define con cla-
ridad el costo. Por lo general, sólo el costo directo
y únicamente asignable al proyecto se reembolsa
al contratista. Por lo tanto, los gastos generales de
la oficina central del contratista, el costo general,
salarios de socios principales y personal de oficina
matriz, e intereses de capital atribuibles al proyec-
to con frecuencia salen de los honorarios, aunque
se puede permitir una asignación fija en costo para
gastos de la oficina del contratista.
Los contratos de costo más honorarios no garan-
tizan una utilidad para el contratista. También pue-
den resultar, en especial en contratos de costo más
honorarios con el gobierno, en gastos indirectos
desacostumbradamente altos en el trabajo, ocasio-
nados por frecuentes requisitos del gobierno para
procedimientos onerosos y molestos en responsabi-
lidad y contabilidad.
(B. M. Jervis and P. Levin, Construction Law: Prin-
cipies and Practice, M. Millman, General Contracting:
Winning Techniquesfor Starting and Operating a Suc-
cessful Business, and M. Stokes, Construction Law in
Contractor's Language, 2nd ed., McGraw-Hill, Inc.
New York.)
4.5 Subcontratos
Generalmente, los contratistas generales obtienen
subcontratos y licitaciones de material y precio an-
tes de remitir al propietario una licitación para un
proyecto. Se acostumbra incluir estas licitaciones en
los subcontratos. (Aveces, los contratistas generales
continúan haciendo adquisiciones para licitaciones
de subcontratos después de otorgado el contrato
general, para alcanzar metas presupuestarias que
pudieran haber sido excedidas por las licitaciones
iniciales. )
Para todo proyecto, el contratista debe conservar
registros de todo lo que se deba comprar para el
trabajo y elaborar un presupuesto para cada una de
las partidas. A medida que cada subcontrato sea
concedido, el contratista debe registrar el nombre
del subcontratista y la cantidad del sub contrato.
Después, debe registrarse la utilidad o pérdida para
conservar una tabulación continua de la situación
de la compra. Por comodidad, se pueden asignar
números de prioridad a las diferentes partidas, en
orden de preferencia para su adquisición. El exa-
men de los números hace posible que el contratista
concentre sus esfuerzos en subcontratos que deban
ser otorgados primero.
Los contratistas acostumbran solicitar cotiza-
ciones de subcontratistas empleados previamente
con resultados satisfactorios y mediante avisos en
publicaciones especializadas, como es The Dodge
Bulletin. Si el propietario o las leyes especifican el
uso de categorías específicas de subcontratistas,
el contratista debe obtener cotizaciones de miem-
bros calificados de tales categorías. Después de
recibir cotizaciones de subcontratistas, el contra-
tista debe analizarlas y tabularlas para hacer una
comparación justa. Para hacer esta comparación,
el contratista debe asegurarse que los postores
para un negocio incluyan las mismas partidas.
Con este fin, el contratista debe solicitar informes
a cada uno de los postores, cuando sea necesario,
y de las respuestas recibidas tabula las partidas
exactas que se incluyan o se excluyan de cada
cotización. Aun cuando esto pueda parecer obvio,
debe reiterarse que un buen gerente de construc-
ción puede alterar la división del trabajo entre
sub contratistas para recibir la terminación del tra-
bajo al costo más eficiente. Si la propuesta de un
subcontratista indica que una parte del trabajo se
omite, el contratista debe tachar las especificacio-
nes y otros materiales que deban comprarse para
determinar si las partidas faltantes son de la com-
petencia de otros subcontratistas.
Hay varias formas que se utilizan como conve-
nios de subcontratistas. La forma estándar, Con-
tractor-Subcontractor Agreement, A401, American
Institute of Architects, es la que se utiliza por lo
común. Suele ser conveniente un anexo del sub-
contrato, adaptado para cada trabajo, y ambas
partes deben firmar con sus iniciales y adjuntar to-
das las copias del sub contrato. El anexo debe to-
mar en cuenta las modificaciones requeridas para
adaptar la forma estándar al trabajo; debe conte-
ner datos como son las fechas de inicio y termina-
ción, opciones, alternativas, requisitos de seguros
y fianzas, así como requisitos especiales del pro-
pietario u oficina principal.
Para lograr una distribución equitativa de los
riesgos y técnicas de protección en beneficio de
ambas partes, es necesario que los sub contratos se
redacten correctamente. En general, el contratista
general desea asegurarse que el subcontratista reali-
Administraciónde construcciones . 4.11
zará el trabajo de una manera eficiente y a tiempo.
Por otro lado, el subcontratista tiene interés en que
se le compense oportuna y equitativamente y en
que no se le impondrán cargas onerosas de ejecu-
ción o de administración.
Los problemas básicos surgen cuando las par-
tes no llegan a un acuerdo en lo esencial de la
transacción, como el alcance del trabajo que se va
a realizar, el precio que se pagará y el cumplimien-
to. El subcontrato debe incluir los requisitos lega-
les del contrato general y convenios adecuados
con respecto al precio, a la entrega y a las especi-
ficaciones. Es insuficiente suponer que la firma
por parte de un subcontratista de una orden de
compra lo compromete en los términos del conve-
nio del contratista general. El subcontrato no sólo
debe ser explícito con respecto a la observancia
del contrato general, sino que los subcontratistas
deben exigir los planos del contrato general, las
especificaciones y otros documentos de la cons-
trucción que son necesarios para que comprendan
la obligación a la que se comprometen.
Aun cuando los contratos principales estipulan
la aprobación de sub contratistas en cuanto a apti-
tud y responsabilidad, la elaboración de un sub-
contrato establece sólo relaciones indirectas entre
propietario y subcontratista. La base sobre la que
se extienden convenios de subcontratos por traba-
jos de precio fijo no es de la incumbencia del
propietario porque el contratista principal, por
los términos del acuerdo con el propietario, asu-
me completa responsabilidad. Sin embargo, tra-
tándose de contratos principales por costo más
honorarios, los subcontratos son partidas de costo
reembolsable. Como tales, sus términos, en parti-
cular las consideraciones monetarias de que se
trate, están debidamente sujetas a la aprobación
del propietario.
Es costumbre que los convenios de subcontra-
tos definan la secuencia en la que haya de realizar-
se un trabajo. También fijan límites de tiempo para
la ejecución de un trabajo. Sin embargo, los con-
tratos principales suelen no relegar, por medio de
sub contratos, partes de un proyecto donde no rea-
lizar un trabajo pudiera tener consecuencias serias
para la terminación de todo el proyecto, por ejem-
plo la construcción de un túnel para desviar agua
en la construcción de una presa.
En la industria de la construcción pesada, cuanto
mayor es el riesgo de pérdida por no realizar un
trabajo, menor es el trabajo que se subcontrata.
4.12 . Seccióncuatro
Estos perjuicios, como se pueden cobrar por conve-
nios de sub contratos por no realizar un trabajo,
suelen ser de poca recompensa por las pérdidas
totales que resultan del efecto perjudicial sobre ope-
raciones conexas y sobre la ejecución del proyecto
de construcción en su conjunto.
Esta situación ha dado lugar a una práctica co-
mún en la industria de la construcción pesada: el
contratista principal forma un grupo de contratistas
conocidos por su capacidad para completar com-
promisos correctamente y a tiempo, y generalmente
cooperan con el equipo de trabajo del contratista. Es
frecuente que el contratista principal negocie sub-
contratos o limite sus concursos a unas cuantas de
estas firmas. En consecuencia, los mismos subcon-
tratistas pueden seguir al contratista principal de
trabajo en trabajo.
Retenciones en garantía _ Como regla,los
contratos principales requieren que un porcentaje,
de ordinario el 10%de las ganancias del contratista,
sea retenido por el propietario hasta terminar el
trabajo y su aceptación por parte del propietario. A
menos que se convenga de otra manera, las dispo-
siciones del contrato principal con respecto a los
pagos y a las retenciones pasan al subcontrato por
medio de la estipulación acostumbrada, por la cual
el subcontrato se sujeta a todos los requisitos del
contrato principal.
Para los subcontratistas cuyo trabajo, como el
desmonte, la construcción de caminos o la exca-
vación, se realiza en las primeras etapas de la
construcción de un proyecto, las disposiciones
estándar de retención pueden dar por resultado
que tengan que esperar mucho tiempo después de
terminar su trabajo para cobrar el porcentaje re-
querido. Así, el periodo de retención para pagar
los importes de los subcontratos generales, en par-
ticular los que cubren un trabajo de las primeras
partes del proyecto, con frecuencia se reduce a un
tiempo nominal después de que el subcontratista
termina el trabajo. No obstante, existe justificación
para esperar hasta que la obra total se termine y
sea aceptada por el propietario, para los subcon-
tratos consistentes en la instalación de un equipo
cuya operación está garantizada o para elementos
que tienen características vitales.
Para eliminar la posibilidad de disputas con res-
pecto de las retenciones en garantía, es conveniente
que el subcontrato sea específico en cuanto al pago
y a la liberación de dichos fondos.
4.6 Investigaciones
y observaciones en
el sitio antes de licitación
Un contratista nunca debe ofrecer en concurso un
trabajo sin primero examinar perfectamente el sitio.
Esto debe hacerse con suficiente anticipación para
que el propietario tenga tiempo para incluir adicio-
nes en los planos y especificaciones, si es necesario,
para aclarar renglones cuestionables.
Antes de visitar el lugar, el contratista debe ela-
borar una lista de aspectos por investigar; esta lista
debe incluir, cuando corresponda, lo siguiente: faci-
lidades de transporte, energía eléctrica disponible,
abastecimiento de agua, fuente de materiales de
construcción, tipo de materiales que se han de en-
contrar en la zanja de excavación o de préstamo,
posibles daños a propiedades cercanas por voladu-
ras y otras operaciones del contratista, interferencia
con el tránsito, disponibilidad de obreros (número
y duración de turnos por semana que trabajen en
las cercanías), zonas disponibles para la construc-
ción de una planta especial, ubicación de zonas para
descarga de desechos y acceso a las mismas, y regis-
tros de condiciones climáticas si no se dispone de
otros datos.
A veces es útil tomar fotografías de lugares
de importancia esencial del sitio en el momento de
hacer la investigación. Con frecuencia, aspectos
cuestionables que no se observaron en la visita
original se pueden aclarar si se consultan las foto-
grafías; éstas suelen ser de gran valor para los
estimadores que hacen el trabajo inicial y pueden
ayudar a explicar el trabajo a otros, que no hayan
visitado el lugar, y que también revisen la estima-
ción.
4.7 Estimación de costos
de construcción
Los dos requisitos más importantes para tener éxito
en el negocio de la construcción consisten en una
administración eficaz del trabajo y en la estimación
correcta de los costos. Éstos no pueden predecirse
con exactitud, pero el contratista que se aproxima
lo más posible a un pronóstico acertado del costo
hará mejores propuestas en un mayor porcentaje de
las veces y tendrá éxito por años.
Los estimados de la construcción se elaboran
para determinar el costo probable de la construc-
ción de un proyecto. De manera ca:>iuniversal, tales
estimados o presupuestos son formulados por los
contratistas antes de enviar propuestas o finnar
contratos para los proyectos importantes. Para que
tenga valor, un estimado debe estar basado en una
imagen mental detallada de la operación total; esto
es, es necesario planear el trabajo como si ya se
estuviera realizando. De acuerdo con esto, es sensa-
to que el superintendente general de la construcción
o el administrador o gerente del proyecto que estará
a cargo del trabajo tomen parte en la elaboración de
estos estimados.
4.7.1 Relaciónentre el estimado
y la contabilidad de costos
Los estimados y la contabilidad de costos tienen
relación muy estrecha. El estimado o presupuesto
se prepara de tal manera que, si la propuesta tiene
éxito, puede utilizarse como el marco de trabajo
para la contabilidad de costos.
Los estimados o presupuestos están basados en
registros de costos con el alcance que sea razonable
en un caso particular, pero debe haber un estudio
continuo del equipo nuevo y de los métodos y
posibilidades de eliminar costos. Los datos más
valiosos, cuando consideran las condiciones am-
bientales y las posibles mejoras, son los registros del
costo de las operaciones en detalles más bien que de
las operaciones como un todo. Los registros del
costo, y los costos estimados para la mano de obra
de una operación, se expresan en horas-hombre y
en dinero. Una descripción clara y completa de
todas las circunstancias que afectaron el trabajo
debe hacerse como parte de los registros del costo
para propuestas futuras; de otra manera, la utilidad
de los datos se reduce mucho.
La necesidad de buenos registros de produc-
ción y costos resalta por la renuencia de algunos
ingenieros y propietarios a tomar decisiones y
hacer ajustes sobre la marcha. La tendencia resul-
tante es enviar los arreglos de las partidas ordina-
rias del negocio sometiéndolas a un arbitraje o a
los tribunales, donde un requisito fundamental es
la información básica.
En general, no se dispone de los costos con sufi-
ciente rapidez como para que sean de valor sustan-
cial en el trabajo durante el cual se incurre en ellos
pero es muy conveniente que se tenga un control
sobre los costos cuando se desarrolla el trabajo. Esto
Administración deconstrucciones. 4.13
puede hacerse por procedimientos menos formales,
lo cual puede proporcionar información a tiempo
sobre desviaciones indeseables en el avance de los
costos.
4.7.2 Formatos para elaborar estimados
La elaboración de estimados se facilita con la estan-
darización de las formas, en las cuales se registran
los métodos de construcción, el equipo y los proce-
dimientos que, según el analista, son los más ade-
cuados para las diversas partidas de la obra, para
registrar los cálculos del costo estimado del trabajo
y para totalizar el costo estimado del proyecto. Son
innecesarias y poco prácticas las formas impresas
detalladas de todos los tipos de trabajo. Pocas for-
mas simples es todo lo que necesita. La presentación
mecánica de un estimado debe ser sencilla, porque
las condiciones suelen exigir que se elabore en corto
tiempo, a veces sólo dos o tres días cuando el esti-
mador quisiera tener un mes. Estas condiciones no
cambian; siempre será necesario hacer estimados
rápidamente.
4.7.3 Pasos en la elaboración
de un estimado
En la organización de un contratista es aconsejable
tener la rutina a seguir para la elaboración de esti-
mados de costos y remitir cotizaciones bien estable-
cidas. Por ejemplo:
1. Examinar los documentos de contrato para
verificar que planos y especificaciones estén com-
pletos, así como la probable precisión que dará un
estimado a partir de la información que se propor-
ciona.
2. Elaborar un programa tentativo de avance
(subsección4.9.1).
3. Elaborar una portada conbase en el examen
de la tabla de contenido de las especificaciones. Si
no hay especificaciones,entonces el contratista debe
emplear, como guía, otras portadas (hojas de resu-
men que muestren cada trabajo) de anteriores esti-
mados para trabajos de listas o naturaleza similar.
4. Determinar en qué trabajos se obtendrán
cotizacionesde un subcontratista, y calcular precios
sobre trabajos que el contratista puede realizar por
4.14 . Seccióncuatro
sus propios medios. Entonces, elaborar un estimado
detallado de material y mano de obra para estos
trabajos.
5. Utilizar precios unitarios a los que se llega
mediante los propios registros del contratista, de es-
timados hechos por socios de la organización del
contratista, o diversos libros de consulta que conten-
gan precios unitarios típicos. Es ventajoso conservar
una base de datos computarizada de precios unita-
rios derivados de trabajos terminados con anterio-
ridad. Los datos se pueden actualizar con nuevos
costos de mano de obra y materiales, dependiendo
del software que se utilice, de modo que los precios
se pueden ajustar casi automáticamente.
6. Examinar con cuidado las condiciones gene-
rales del contrato y visitar el lugar, para tener una
idea completa de todos los posibles costos ocultos,
como son los requisitos de seguros especiales, par-
tes del sitio de las que todavía no se disponga y
logística complicada.
7. Recibir y registrar precios de materiales y
subcontratos. Calcular el precio total (véase sección
4.7.4).
8. Revisar el estimado y tomar nota cuidado-
samente de exclusiones y excepciones contenidas
en cada cotización de subcontrato y de cotizaciones
de materiales. Llenar, con tolerancias o presupues-
tos, los espacios en blanco referentes a aspectos o
trabajos para los que no se disponga de precios.
9. Determinar el margen de utilidad, ponde-
rando factores como son la cantidad de extras que
puedan presentarse, la reputación del propietario,
la necesidad de trabajo de parte del contratista, y los
gastos indirectos del contratista.
10. Remitir el estimado al propietario y la for-
ma requerida por éste. Debe llenarse perfecta-
mente, sin lenguaje estudiado ni excepciones, y
enviarse al lugar y fecha especificados en la invi-
tación a concurso.
4.7.4 Partes de un estimado de costos
El preciototal deun proyectodeconstruccióneslasuma
deloscostosdirectos,costosdecontingenciay margen.
Los costos directos son los costos de mano de
obra, materiales y equipo empleados en la construc-
ción del proyecto.
Los costos de contingencia son aquellos que
deben sumarse a los costos inicialmente calculados
y que toman en cuenta eventos imprevistos, como
lluvia o nieve, o un probable aumento en el costo de
materiales o mano de obra si la duración del trabajo
es prolongada.
El margen (a veces también se llama margen de
utilidad) tiene tres componentes: costos indirectos,
o distribuibles; costos en el ámbito de la compa-
ñía, o generales y administrativos; y utilidad.
Los costos indirectos son costos específicos del
proyecto que no están asociados con una partida
física específica. Incluyen aspectos como son el cos-
to de administración del proyecto, elaboración de
nóminas, recepción, cuentas por pagar, eliminación
de escombros y permisos de construcción.
Los costos en el ámbito de la compañía incluyen
lo siguiente: (1) costos en que se incurre durante el
curso de un proyecto pero que no están relaciona-
dos con éste, por ejemplo costos de algunas partes
de salarios y rentas de la compañía; (2) costos en que
se incurre antes o después de' un proyecto, por
ejemplo costo de elaboración de propuesta y costo
de auditorías externas.
La utilidad es la cantidad de dinero que resta de
los fondos recibidos del cliente después que se ha-
yan pagado todos los costos.
4.7.5 Tipos de estimados
Los tipos convencionales de estimados son como
sigue: factibilidad, orden de magnitud, preliminares,
línea de base, definitivos, de precio fijo y reclamacio-
nes y cambios. Hay cierto traslape de un tipo a otro.
Los estimados de factibilidad son aproximacio-
nes semielaboradas del costo de un proyecto. Por lo
general hacen posible que el propietario determine
si prosigue con la construcción. Este tipo de estima-
do se hace antes de iniciar el proyecto y puede no
estar basado en un diseño específico para el proyec-
to en estudio; no es muy preciso.
Los estimados de orden de magnitud son más
detallados que los de factibilidad porque disponen
de más información. Por ejemplo, pudo haber sido
ya seleccionado un sitio para el proyecto y haberse
hecho un diseño con planos. El diseñador suele
hacer este tipo de estimados, después de que alre-
dedor de 1% del diseño ya se ha terminado.
Los estimados preliminares reflejan los pará-
metros del diseño básico. Para este fin se requieren
un plano del sitio y un diseño esquemático. Los
estimados preliminares pueden reflejar solucio-
nes, identificar condiciones de carácter único de
una construcción y tomar en cuenta opciones de
construcción. Elaborados generalmente por el di-
señador, este tipo de estimados suele no dejar ver
interferencia s de diseño y se hace después de que
entre 5 y 10% del diseño se haya terminado. Se
pueden hacer varios estimados preliminares para
un proyecto a medida que éste avance.
Los estimados de línea de base son también
preliminares. Al estimar todos los componentes de
costo, estos estimados dan suficiente detalle para
compartir precios de opciones de materiales y es
suficientemente detallado para obtener cotizacio-
nes de equipo. El estimado de línea de base, que por
lo general es elaborado por el diseñador, se hace
después de que entre 10 y 50% del diseño se haya
terminado.
Los estimados definitivos hacen posible que el
propietario sepa cuál podría ser el costo total del
proyecto. Este tipo de estimado se basa en vistas
de planta, elevaciones, secciones y bosquejo de es-
pecificaciones. Identifica todos los costos y está su-
ficientemente detallado para obtener cotizaciones
de materiales, solicitar equipo y buscar precios de
materiales para obtener cantidades aproximadas. El
estimado definitivo, que por lo general es elaborado
por el diseñador, representa el término de la respon-
sabilidad del diseñador para estimaciones de cos-
tos. Se hace después de que entre 30 y 100% del
diseño se haya terminado.
Los estimados de precios fijos, o cotizaciones,
son elaborados por un contratista general y repre-
senta su compromiso en firme para construir el
proyecto. Una cotización está basada en la interpre-
tación de los documentos del contrato, por parte del
contratista y, para ser precisa, debe estar en suficien-
te detalle para hacer posible que el contratista ob-
tenga cotizaciones de proveedores y para identificar
posibles sustitutos de partidas especificas. Se hace
después de que entre 70 y 100% del diseño se haya
terminado.
Los estimados de reclamaciones y cambios se
elaboran cuando surgen diferencias entre la cons-
trucción real y los requisitos del contrato. Este tipo
de estimados debe identificar los cambios en forma
clara y concisa y debe especificar, siempre que sea
posible, los costos adicionales en que se puede in-
currir, además de dar un fuerte apoyo para los
ajustes de precios que sean necesarios.
Administración deconstrucciones. 4.15
4.7.6 Técnicasde estimación
Al elaborar un estimado del costo de construcción
de un proyecto, un estimador puede emplear la
técnica paramétrica, de precio unitario o de desarro-
llo de personal; se puede emplear cualquier combi-
nación de éstas durante el curso de un proyecto. En
general, la técnica paramétrica es la menos costosa,
la que menos tiempo consume y la menos preci-
sa. La técnica de desarrollo personal es la más cara,
la más lenta y la más precisa. De las tres técnicas, la
paramétrica requiere de más experiencia y la de
precio unitario requiere menos.
La estimación paramétrica toma en cuenta la fuer-
te correlación entre el costo de un proyecto y los
componentes del mismo que, debido al tamaño, can-
tidad, gasto de instalación o precio de compra repre-
sentan una parte muy grande del costo del proyecto.
No es necesario que un parámetro pertenezca a un
diseño especifico o a una partida incorporada en los
dibujos; por ejemplo, podría ser que se estime el
número de barriles que se van a procesar en el pro-
yecto de una refinería. Para un edificio de oficinas, el
parámetro podría ser el área de piso. Para un alma-
cén, el parámetro podría ser el tamaño y número de
piezas que se almacenan y el tiempo esperado que
cada una permanezca almacenada. La técnica para-
métrica obtiene datos de la experiencia con trabajos
terminados, tablas estándar, o tablas del propietario
que reúnen datos de muchos proyectos de diferentes
tipos y se actualizan a intervalos frecuentes.
La estimación de precio unitario está basada en
los datos contenidos en el contrato. El estimado del
costo del proyecto se logra mediante la suma de los
productos obtenidos mediante la multiplicación de
los costos unitarios de cada artículo por la cantidad
requerida; por ejemplo, yardas cúbicas de concreto,
toneladas de acero estructural, número de ventilado-
res eléctricos. La información necesaria se obtiene
de las bases de datos de las cantidades por artículo de
trabajo y precios unitarios.
La estimación de desarrollo de personal está
basada en los costos de personal y equipo necesa-
rios para cada partida durante cada fase de cons-
trucción. El empleo de estos recursos varía con la
situación de un proyecto, condiciones del sitio y
disponibilidad de mano de obra, materiales y equi-
po. Por ejemplo, para un programa apretado de
terminación, el estimado podría estar basado en
mucho personal y turnos múltiples o tiempo extra.
Si está limitado el acceso o lugar de almacenamiento
4.16 . Seccióncuatro
para materiales y equipo, el estimado puede supo-
ner que se empleará poco personal; además, el em-
pleo de personal y equipo puede variar conforme
avance la construcción. Los datos para un estimado
se pueden obtener de manuales de producción, que
por lo general están organizados por oficios o de
acuerdo con el uso de una construcción. Como está
basada en la secuencia de construcción para el pro-
yecto, la estimación de desarrollo de personal es la
más precisa de las técnicas de estimación.
Costos indirectos. Cuando se utiliza estimación
paramétrica, los costos indirectos se pueden deter-
minar como porcentaje del costo directo del proyec-
to o del costo de mano de obra, o pueden basarse en
la distancia y volumen de materiales que deban mo-
verse desde su lugar de procedencia hasta el sitio.
Para los otros dos métodos de estimación, el estima-
dor determina las diversas actividades del proyecto
como la contabilidad, administración del proyecto,
gastos generales fijos del personal y aprovisiona-
miento de oficinas temporales en el sitio, que no
están asociados con una partida física específica. En
la estimación a precio unitario, estas actividades se
expresan en alguna unidad de medida, por ejemplo
pies lineales o yardas cúbicas, y se multiplica por un
precio unitario apropiado para obtener el costo de
la actividad. El costo total indirecto es la suma de
los costos de todas las actividades. En la estimación
de desarrollo de personal, el estimador detennina
las fechas de inicio y terminación así como salarios
del personal necesario para esas actividades, como
es el del ingeniero del proyecto, gerente del proyec-
to y empleados de nómina. De estos datos, el esti-
mador calcula el costo total del personal. Del mismo
modo, el estimador determina el tiempo y costo de
cada instalación y servicio necesario para el proyec-
to. Estos costos se suman a los de personal para
obtener el costo total indirecto.
Margen o utilidad. La cantidad que un contra-
tista incluya por utilidad en el estimado de costo
para un proyecto depende de muchos factores, que
son el capital necesario y riesgos de capital de que
se trate, condiciones anticipadas difíciles, sitio, es-
tado de la industria, competencia estimada para el
trabajo, condiciones económicas generales, necesi-
dad de la empresa de más trabajo y disciplinas
necesarias como son ingeniería estructural, mecáni-
ca y eléctrica. Cuando un constructor tenga gran
necesidad por obtener un trabajo, la licitación en-
viada con base en el estimado de costo puede no
incluir margen o utilidad. Esto puede hacerse por el
prestigio asociado con el proyecto o la probabilidad
de utilidades por cambios durante la construcción.
Normalmente, para establecer margen por un
estimado el estimador consulta manuales que ex-
presen un margen bruto como porcentaje del costo
de proyecto para varias regiones geográficas e in-
dustrias. Del mismo modo, el estimador consulta
publicaciones para obtener el precio actual de un
trabajo específico. Estos datos, ajustados por los
efectos de otras consideraciones, forman la base
para el margen que deba incluirse en el estimado.
Estudio de dimensiones. Un estudio de dimen-
siones es una lista de todos los materiales y renglo-
nes de trabajo requeridos por los documentos de un
contrato para un proyecto de construcción. Junto
con los precios para estos componentes, las cantida-
des tomadas de estos documentos son la base para
el cálculo del costo directo del proyecto. En Estados
Unidos se acostumbra que los contratistas hagan
estudios de dimensiones por su cuenta, excepto
para algunas obras públicas. Los contratistas pue-
den elaborar los estudios por sus propios medios o
contratar topógrafos profesionales que miden las
dimensiones de obra. Es común que el estimador de
un contratista tome las cantidades y ponga precios
ya sea simultáneamente o al ténnino del estudio de
dimensiones.
La elaboración de un estudio de dimensiones
requiere que el proyecto se descomponga en sus
elementos, clasificaciones de trabajo y oficios. Debi-
do al gran número de partidas que intervienen,
topógrafos profesionales y estimadores por lo gene-
ral utilizan listas de control para reducir al mínimo
la probabilidad de pasar por alto alguna partida.
Cuando a cada una de éstas se haya asignado un
número clave, la lista sirve el propósito adicional de
ser una clave de cuentas contra la cual se cargan
todos los gastos al renglón beneficiario. Es buena
práctica, al registrar una partida en una hoja de
estudio de dimensiones o forma de estimado, indi-
car este paso con una marca en la lista de control
junto al renglón y poner renglones en la misma
secuencia como aparecen en la lista de control. Ade-
más, cuando se tenga que buscar un renglón, siem-
pre aparece en el mismo lugar.
Estimación con ayuda de computadora. Hay
varios tipos de programas de cómputo para facilitar
la estimación de costos de construcción. Los más
comunes pueden clasificarse como programas de
utilidad, bases de datos y sistemas expertos (inteli-
gencia artificial).
.--
Los programas de utilidad compilan informa-
ción y realizan cálculos aritméticos en los datos,
por ejemplo, en programas de hoja de cálculo. Al
hacer posible la rápida extracción y presentación
de información necesaria en forma conveniente
para análisis y reporte, los programas de utilidad
complementan la experiencia de estimadores.
Las bases de datos son listas de precios unitarios
de materiales, equipo, accesorios y artículos de tra-
bajo. Por lo general se diseñan para usarse con un
programa de utilidad específico y se pueden limitar
a un tipo de técnica de estimación específica.
En el ideal, cuando se les introducen datos com-
pletos y adecuados, los sistemas expertos elaboran
automáticamente un estimado con un mínimo de
asistencia de parte de una persona. En la práctica,
hacen preguntas al estimador y utilizan las respues-
tas para producir el estimado.
(N. Foster et al., Construction Estimatesfrom Take-
Off to Bid, 3rd ed., G. E. Deatherage, Construction
Estimating and Job Preplanning, McGraw-Hill, Inc.,
New York; J. P. Frein, Handbook ofConstruction Ma-
nagementand Organization, Van Nostrand Reinhold,
New York.)
4.8 Teneduría de libros
y contabilidad
Loscontratistas deben llevar registros financieros por
muchas razones, entre las que se cuentan el reporte
de impuestos, satisfacer requisitos de dependencias
gubernamentales, proporcionar información de base
para servicios indispensables de apoyo, servir a los
fines de la dirección de una compañía y remitir esta-
dos financieros y reportes a banqueros, afianzadoras,
compañías de seguros, clientes, oficinas públicas y
otras. La administración de una compañía está espe-
cialmente interesada en sus cuentas financieras. Sin
registros completos y precisos, la administración en-
contraría impracticable, entre otras cosas, estimar con
precisión costos de construcción, conservar la empre-
sa en una posición de liquidez, tomar decisiones
sanas en relación a la adquisición de equipo, o con-
trolar costos de proyectos en proceso.
4.8.1 Teneduría de libros
La teneduría de libros es el arte de registrar regular
y sistemáticamente las operaciones de una empresa,
Administración deconstrucciones. 4.17
para mostrar sus relaciones y el estado de la empre-
sa en que ocurren. La práctica general en la tene-
duría de libros de un contratista es dividir cada
operación en dos entradas de igual cantidad.
Una entrada, llamada débito, indica el ingreso,
materiales y servicios recibidos por el contratista;
la otra, llamada crédito, se registra en una columna a
la derecha. Si se hace balance y comprueba la primera
entrada regiStra las salidas, por ejemplo pagos.
Por lo general, los tenedores de libros llevan por
lo menos dos juegos de libros, un diario y un mayor,
ambos con asientos de débitos y créditos. En el
diario, las operaciones se asientan cronológicamen-
te a medida que ocurren. Por cada operación en
columnas sucesivas se registran la fecha, naturaleza
o fuente de la operación, destino y cantidad de que
se trate. La cantidad recibida por el contratista (dé-
bito) se asienta en un renglón arriba de la cantidad
de salida (crédito). La desventaja de llevar sólo un
diario es la dificultad para determinar del npsmo,
en varios intervalos de tiempo, la cantidad de que
se trate en cada tipo de operación, por ejemplo
pagos que provengan de un cliente, pagos a un
banco, gastos de materiales o equipo específicos,
impuestos y gastos de nómina.
Un segundo libro, el mayor, se utiliza para satis-
facer la necesidad de estos datos. Este libro asigna
una página o dos para cada clase de operación
asentada en el diario, como son salarios, impuestos
o renta. Todo asiento de débito del diario se registra
como asiento de débito en el mayor; todo asiento de
crédito del diario se asienta como asiento de crédito
en el mayor. En consecuencia, si no se cometen
errores, los dos libros deben cuadrar: la suma del
dinero asentado en el mayor debe ser igual al dinero
asentado en el diario.
Algunos contratistas prefieren un sistema de pó-
lizas para llevar libros en lugar del sistema de doble
asiento antes descrito. En el sistema de pólizas, un
asiento de póliza es el libro de asiento original.
Además de este asiento, los libros contienen sobres
o carpetas de pólizas, índice de póliza, registro de
póliza y el mayor general.
4.8.2 Métodos de contabilidad
La contabilidad incluye a la teneduría, pero también
otros servicios que proporcionan más detalles y
explicaciones que afectan la salud financiera de una
empresa. El objetivo principal es determinar los
4.18 . Sección cuatro
ingresos y egresos de cada proyecto de construc-
ción. El estimado de costo de cada proyecto sirve
como presupuesto para este objeto. Los costos, con-
forme son reportados, se cargan contra elJ>royecto
en que incurran.
La práctica general de contratistas es emplear un
procedimiento de contabilidad conocido como mé-
todo de acumulaciones. (Difiere del método alterno
de contado en que el ingreso se reconoce al ser
recibido, no facturado. El gasto se asienta a medida
que ocurre). Para el método de acumulaciones, el
ingreso se asienta en el periodo fiscal durante el que
se percibe, aun cuando no se haya recibido pago.
Del mismo modo, los egresos se asientan en el
periodo en el que ocurren.
Un procedimiento conocido como método direc-
to de acumulaciones se utiliza para contabilidad de
contratos a corto plazo (proyectos que se terminan
dentro de un solo periodo contable). Para contratos
a largo plazo (proyectos que inician en un año fiscal
y terminan en otro), los contratistas suelen emplear
el método de contrato terminado o el de porcentaje
de terminación, que son variantes del método de
acumulación.
Método de porcentaje de terminación 8
En este procedimiento, los ingresos y egresos se
reportan a medida que avanza el proyecto, es decir,
en una base actual en lugar de a intervalos irregu-
lares cuando se terminan proyectos. El método tam-
bién refleja la situación de proyectos actualmente en
proceso, por medio de estimados actuales de por-
centaje de terminación de proyectos o de costos por
completar. La utilidad se distribuye entre el año
fiscal en el que el proyecto está en construcción. El
porcentaje de utilidad total anticipada, percibida al
terminar cualquier periodo, se estima generalmente
como el porcentaje de costos incurridos a esa fecha
respecto del costo total anticipado, con márgenes
para cambios de estimados de costos por completar.
Método de contrato terminado 8 En este
procedimiento, los ingresos y egresos se reportan
sólo cuando el proyecto se haya terminado. Este
método ofrece la ventaja de que el ingreso se reporta
después de conocerse los resultados financieros fi-
nales, en lugar de depender de estimados de costos
para completar el proyecto. TIene en cambio varios
inconvenientes, uno de los cuales es su incapacidad
para indicar la operación a la fecha de contratos a
largo plazo. Del mismo modo, puede dar por resul-
tado irregulares reportes de ingresos y egresos y,
por lo tanto, a veces impuestos sobre la renta más
altos.
Debido a que los métodos de porcentaje de ter-
minación y de contrato terminado tienen ventajas
y desventajas, particularmente con respecto a im-
puestos sobre la renta, un contratista puede elegir
usar el método de porcentaje de terminación para
estados financieros y el método de contrato termi-
nado para reportar impuestos sobre la renta. O bien,
puede emplear un método para algunos proyectos
y el otro método para otros proyectos pero, una vez
que haya adoptado un método para reportar im-
puestos, se hace necesaria la aprobación (en Estados
Unidos), del Internal Revenue Service antes de que
el contratista pueda cambiado.
Reportes financieros 8 Varios tipos de re-
portes financieros se derivan de los registros de
negocios. Dos de los más importantes son el estado
financiero de ingresos y el balance general.
Los estados financieros de ingresos, o de pérdi-
das y ganancias, resumen la naturaleza y canti-
dades de ingreso y egreso de un periodo específico.
Un estado financiero expresa pérdidas o ganancias
como la diferencia entre ingreso recibido y gastos
pagados durante el periodo.
Los balances generales, también conocidos como
estados financieros o estado de activo y pasivo,
compendian los activos, pasivos y valor neto en una
fecha específica, como por ejemplo al término de un
año fiscal. Estos estados financieros están pensados
para indicar la condición financiera de una empre-
sa. Los balances generales derivan su nombre del
requisito de que todos los activos sean iguales a los
pasivos más un valor neto. Los activos incluyen
cualquier cosa de valor acumulado en la compañía,
como por ejemplo las propiedades de la empresa
(menos depreciación), dinero en efectivo en caja o
en bancos, cuentas y documentos por cobrar y gas-
tos pagados por anticipado. Los pasivos incluyen
las obligaciones financieras, como son pagarés y
cuentas por pagar; gastos acumulados, incluyendo
salarios e intereses acumulados; impuestos diferi-
dos y deudas a largo plazo. El valor neto representa
el capital contable del contratista en el negocio.
(G. E. Deatherage, Construction OfficeAdministra-
tion, W. E. Coombs and W. J. Palmer, Construction
Accounting and Financial Management, 5th ed., and
M. Millman, General Contracting: Winning Techni-
quesfor Startingand Operatinga SuccessfulBusiness,
McGraw-Hill, Inc. New York; Construction Cost Con-
trol, ASCE Manuals and Reports of Engineering
Practice No. 65, American Society of Civil Engi-
neers.)
4.9 Programación
de un proyecto
Una de las primeras cosas que debe hacer un con-
tratista cuando inicie la preparación de un estimado
es hacer un programa de la operación propuesta y
establecer un plan tentativo para hacer el trabajo. Es
necesario que el contratista estudie los planos y
especificaciones en detalle antes de visitar el sitio
del proyecto. Este estudio debe continuar lo sufi-
ciente para establecer un programa tentativo de
avance para los renglones de trabajo más importan-
tes o decisivos.
4.9.1 Programa de avance
de un trabaio
Este programa debe mostrar todos los renglones
que afectan el avance del trabajo y considera la
duración de la temporada de construcción (si es
aplicable) en el lugar en particular. Cuando éste sea
el caso, el programa debe tomar nota de la fecha más
ventajosa o de la fecha requerida para los trabajos
de las primeras etapas, como es la desviación de las
aguas de un río para una presa; cuando se pueda
obtener la entrega de equipo nuevo o especializado
de construcción de planta; posibles fechas de entre-
ga para partidas de importancia crítica de materia-
les permanentes proporcionados por el contratista;
fechas de entrega de partes importantes de equipo
permanente que vayan a ser entregadas por el pro-
pietario; y otros factores esenciales. Con base en las
fechas precedentes, deben determinarse los ritmos
de producción para los elementos importantes de
trabajo. Del mismo modo, también debe determi-
narse el tipo, número y tamaño de varias unidades
de equipo de construcción de planta y equipo nece-
sario para completar el trabajo, según lo indique el
programa. Los programas de trabajo deben elabo-
rarse en varias formas. La figura 4.5 muestra una
forma que puede adaptarse para ajustarse a la ma-
yor parte de las condiciones.
Con base en el programa de avance, debe ano-
tarse una breve descripción del trabajo. La des-
Administración deconstrucciones. 4.19
cripción debe llamar la atención de características
indefinidas, riesgosas o inciertas, así como de ele-
mentos que sea probable aumenten o disminuyan
en cantidad. También, la descripción debe incluir
una relación del total de hombres-hora de mano
de obra y del total de máquinas-hora para equipo
importante que se estimen necesarios para ha-
cer el trabajo. Además, la descripción debe com-
prender necesidades máximas de obreros y para
controlar entregas de elementos importantes de
materiales y equipo. Por último, la descripción
debe contener una relación de necesidades de re-
cursos financieros derivadas de ingresos yegresos
programados.
4.9.2 Programación para ahorrar dinero
El tiempo es menos tangible que la mano de obra o
el material que intervienen en una construcción,
pero es real e importante. El tiempo y el dinero están
relacionados de muchas formas.
Para el propietario de instalaciones que produ-
cen ingresos, como las generadoras de energía eléc-
trica, las plantas procesadoras, los edificios para
renta, la reducción en el tiempo requerido para ter-
minar una construcción, disminuye los intereses
sobre la inversión que se haga durante el periodo de
construcción. Asimismo, el ingreso se incrementa
acumulándose hasta el grado de que, si se acorta el
tiempo de terminación de la obra, permite que las
ganancias se obtengan más pronto.
Para el contratista, la reducción del tiempo en
terminar el trabajo significa, de igual manera, redu-
cir los cargos del interés sobre el efectivo invertido
durante la construcción. Asimismo, cuanto más cor-
to sea el tiempo para terminar el trabajo, menores
serán los gastos de supervisión, administración y
generales. Además, los beneficios se acumulan si se
acorta el tiempo, debido a que permiten arrendar el
equipo para empleado en otro trabajo.
El programa de construcción consiste en orde-
nar las diversas operaciones, comprendidas en la
construcción de un proyecto, en la secuencia re-
querida para lograr su terminación en el mínimo
periodo que sea económicamente viable. Para ase-
gurar la terminación del trabajo dentro del tiempo
límite estipulado por el contrato, y para reducir el
tiempo requerido para realizado, es necesario pro-
gramar cada unidad del proyecto y relacionada
con todas las otras.
4.20 . Seccióncuatro
4.9.3 Programación mediante una
gráfica de barras rectangulares
Los programas de trabajo muestran las fechas de
inicio y terminación de los diversos elementos de
un proyecto. Para la obra contratada a precio unita-
rio, se emplea en general el detallado de la propues-
ta. Los contratos a suma global o precio alzado
tienen la subdivisión de acuerdo con el estimado de
costos. Los programas pueden prepararse en forma
tabular o gráfica, aunque esta última se emplea más
debido a su fácil visualización.
La representación gráfica más utilizada es la
gráfica de barras rectangulares (Fig. 4.5). Esta gráfi-
ca muestra las fechas de inicio y de terminación de
cada partida de trabajo. Indica también las partidas
en las cuales se empalma el trabajo, las partidas que
traslapan a otras y por qué cantidad, y las partidas
que deben quedar terminadas antes de que se co-
I miencen otras.
Los programas de trabajo deben elaborarse al
comienzo del trabajo, con el fin de coordinar el tra-
bajo de todos los departamentos de la organiza-
ción del contratista (subsección 4.9.1). Por ejemplo,
el programa es una forma conveniente para que el
agente de compras se entere de las fechas en que se
necesitarán los materiales.
Los contratos de construcción requieren con
frecuencia que el contratista proporcione un pro-
grama de trabajo para que sea autorizado por el
propietario dentro de un tiempo especificado, des-
pués que le ha sido concedido el contrato y antes
que se inicie la construcción. Amenudo se subraya
la importancia de este requisito en las disposicio-
nes del contrato, de manera que la omisión o ne-
gligencia en presentar un programa satisfactorio
puede anular la concesión del contrato y perderse
la garantía de la propuesta.
Con el fin de comparar la realización del trabajo
con respecto al programado, se dibuja otra barra
abajo de las del programa que muestra las fechas de
comienzo y terminación reales. El diagrama de la
figura 4.6 indica que la excavación se comenzó en
la fecha programada y que se terminó antes de
tiempo, en tanto que el trabajo de enconfrado co-
menzó tarde, A fines de diciembre, el trabajo de
encofrado estaba terminado en un 60%. Este méto-
do tiene la ventaja de la sencillez, pero no indica el
ritmo de avance requerido por el programa o que la
ejecución real está adelantada o retrasada con res-
pecto al mismo.
4.9.4 Gráfica de barras triangulares
En la figura 4.7 se introduce el concepto de ritmo de
avance; esta figura tiene las mismas partidas grafi-
cadas en la figura 4.6. En la figura 4.7 las distancias
horizontales representan el tiempo permisible para
realizar el trabajo y las verticales representan el
porcentaje de cumplimiento. De aquí que las pen-
dientes de estas líneas indican el avance.
Por ejemplo, la figura 4.7 indica que la exca-
vación se programó desde su comienzo hasta su
terminación a un ritmo uniforme (línea recta con
pendiente). El trabajo se comenzó a tiempo, avanzó
lentamente al principio y se disparó al final (líneas
inclinadas). Sin embargo, la mayor producción pro-
gramada, a la mitad, fue suficiente como para que
la operación se completara con 15 días de anticipa-
ción a lo programado. La fecha en la cual el encofra-
do pudo haber comenzado se anticipó debido al
ritmo acelerado de excavación desde el1 de octubre
al 15 de septiembre (líneas de trazos).
En lugar de acelerarse para aprovechar el tiempo
ganado en la excavación, el encofrado se comenzó
tardíamente y avanzó con lentitud hasta el 1 de
diciembre. En este punto, se aceleró, pero el 60%
de avance alcanzado al final de diciembre no satis-
face los requisitos programados. (En la práctica, el
tiempo ganado en la excavación debería haber sido
empleado de tal manera que el comienzo del enco-
frado se hubiera iniciado el 15 de septiembre, o sea,
medio mes antes de lo programado.)
El efecto del tiempo ganado o perdido en cual-
quier actividad se refleja en muchos otros detalles
de trabajo. Por tanto, es necesaria una frecuente
revisión, para que los programas de trabajo en todas
las actividades conserven su precisión. Sin embar-
go,la revisión formal de todo el programa de trabajo
con frecuencia se considera innecesaria, debido a
que la dependencia del contratista con respecto al
programa es sustituida por su familiaridad con las
operaciones principales y con los factores físicos, de
tal manera que todo el personal sabe qué debe hacer
y cuándo.
Con frecuencia las actividades críticas están su-
jetas a un análisis y a programación detallados. Esto
puede tomar la forma de esquemas tridimensiona-
les, de vistas amplificadas, de dibujos de las etapas
de la construcción, y dispositivos y ayudas simila-
res para la visualización. Después, una programa-
ción mayor de actividades como el vaciado del
concreto, el desmonte o los programas de coloca-
Administración deconstrucciones. 4.21
CONTRATO
1995 I 1996 I 1997 I 1998 6 1999 I 2000
JIA1SíoTiilD1JTFfMfAfMG1J1IJsfoTN!Dti'IFiMIAIMIJ IJiAlsl~ IJIAlslolNlo J iTMi AIMI JI JIAIslolNlo JIFIMI AIMI JI JIAlslolNlo
PlANTAELECTRlCA___ ,_
fRANsMfSiON (NOTA4) -,-
LIMPIEZA '-''- ---
ESTRUCTURAS -- ___o
~INEA.s DETE!!ClLD9=-=~..:-
MEJORAS PANOAAMiCAS
- ------
._._-
---"------
----------
"------
0.__--
-- ---.---.....-.--.-
- - ----------.-----
._--
--- -+--.._---
-------------.-.---
Figura 4.5 Programade avancede la gráficade barras.El comienzoy final de una línea horizontal
indican,respectivamente, el comienzoy final deuna actividad.
4.22 . Sección cuatro
Figura 4.6 Programa de avance de barras rectangulares.
ción de la tubería, pueden proyectarse y emplearse
conforme se requiera.
4.9.5 El método de programación
de la ruta crítica
El critical-path Method (CPM) o método de la ruta
critica (MRC) se desarrolló como herramienta para
administrar situaciones especiales. En algunos con-
tratos, varias dependencias gubernamentales obli-
gan su uso. El MRC se basa en la planeación del
trabajo que va más allá de lo que es necesario para
hacer una licitación. Además de la división paso por
paso del trabajo en sus operaciones componentes y
OPERACiÓN
1995
,JUNI JULlAGOI SEP
EXCAVACiÓN
ENCOFRADO
SIMBOLOGíA:
TRABAJO
PROGRAMADO
de la graficación de sus relaciones secuenciales, los
planificadores deben saber cuánto tiempo llevará
cada operación, el tiempo de espera requerido en la
obtención de los materiales y el equipo, qué tanto
llevará al preparar los planos de taller y obtener su
aprobación, y cuánto tiempo tomará la fabricación
y entrega después de aprobados dichos planos. Los
planificadores deben conocer las pruebas especiales
requeridas y el tiempo necesario para hacerlas.
Después de dividir el proyecto en sus activida-
des, éstas se ponen en lista y se grafican de manera
que se muestren todas las relaciones secuenciales.
Las actividades se representan por flechas (Fig. 4.&)
o por círculos, o nodos, unidos por una secuencia
de líneas (Fig. 4.8b). El análisis para establecer un
1996
DIClENE I FEBI MAR
1..'
TRABAJOREAL ~
Figura 4.7 Programa de avance de barras triangulares.
OPERACiÓN
1995 1996
JUN
JULlAGOI SEP'I OCTI NOV
DIC ENE FEB MAR
100%
EXCAVACiÓN
I
60%
ENCOFRADO
, TRABAJO
I I TRABAJOREALt I
SIMBOLOGIA: PROGRAMADO
COLOCAR
ACERODE
REFUERZO
Administración deconstrucciones . 4.23
COLOCAR
TUBERíAS / \ \ FICTICIA
COLOCAR \
CANALIZACIONES
ELÉCTRICAS
COLOCAR
5 .ELCONCRETO,
6
(a) DIAGRAMADEFLECHAS
COLOCAR
MOLDES
~
1
(b) DIAGRAMADEPRECEDENCIA
Figura 4.8 Red sencilla para MRC formada por actividades representadas por flechas (a) y por nodos
(b).
programa realista se hace ya sea por métodos ma-
nuales o por medio de una computadora electró-
nica, resaltando las operaciones cuyas fechas de
terminación establecen la duración total del proyec-
to, planteando las modificaciones al trabajo para
determinar cuáles son las operaciones afectadas y
el efecto que tienen en la duración del proyecto,
establecer una secuencia adecuada de las operacio-
nes de trabajo y determinar el estado del avance del
trabajo en relación con la cantidad de días de ade-
lanto o retraso con respecto al programa.
Se dibuja un diagrama de flechas (Fig. 4.8a) de
tal manera que la cola de una flecha represente una
actividad, como es la colocación de concreto, en la
punta de la flecha la actividad inmediatamente pre-
cedente, como la colocación de las tuberías que
contendrán los alambres de la elecricidad. Seasigna
a los nodos (colas y puntas de flecha) números que
identifiquen las actividades (1-2, 2-3, etc.). Cada
nodo representa la terminación de las actividades
precedentes y el comienzo de las actividades si-
guientes. Algunas veces se necesita incluir una fle-
cha ficticia para completar el circuito.
Se dibuja un diagrama de precedencia (PERT)
(Fig. 4.8b) colocando el nodo que representa una
actividad a la derecha del nodo que representa la
actividad inmediatamente precedente. Acada nodo
se asigna un número mayor que el que tenga cual-
quier actividad precedente. Los nodos se conectan
por medio de las IÚleas para indicar la secuencia del
trabajo. Los diagramas de precedencia son más sen-
cillos de dibujar y analizar que los de flechas.
En cualquier tipo de estos diagramas,la ruta crí-
tica es la secuencia de operaciones que requiere más
tiempo para quedar terminada. La ruta crítica deter-
mina la duración del proyecto. Para acortar la dura-
ción del proyecto, es necesario disminuir el tiempo
que se requiere en una o más actividades que se
4.24 . Seccióncuatro
encuentran en la ruta crítica (actividades críticas).
Estas actividades tienen una flotación total de O.
La flotación total es la diferencia entre el tiem-
po requerido y el tiempo disponible para realizar
la act.ividad. Equivale a la diferencia entre los
tiempos optimistas y los pesimistas para iniciar (o
finalizar) una actividad. En la tabla 4.1 se presenta
el cálculo de la flotación para la sencilla red de la
figura 4.8. La flotación se determina en dos pasos:
un paso hacia adelante y un paso hacia atrás sobre
la red.
El paso hacia adelante comienza con la fecha
primera (o programada) de inicio de la primera ac-
tividad, colocar los moldes. En este caso, la fecha es
o. La suma de la duración de esta actividad, dos
días, a la fecha primera de inicio lleva a la fecha
primera de terminación, 2, que también es la fe-
cha de inicio para la siguiente actividad: colocar el
acero de refuerzo. La fecha primera de terminación
para esta actividad se obtiene sumando su dura-
ción, 1día, a la fecha primera de inicio. El paso hacia
adelante continúa con el cálculo de los tiempos
primeros de inicio y de terminación para todas las
actividades siguientes. En donde una actividad si-
gue a otras, su fecha primera de inicio es la mayor
de las fechas primeras de terminación de las activi-
dades que le proceden.
El paso hacia atrás determina las fechas tardías
de inicio y terminación. Comienza con la fecha tar-
día de terminación de la actividad final, colocar el
concreto, la cual se hace igual que la fecha tardía de
terminación, 6, de esa actividad. La resta de la du-
ración, 1 día, de la fecha tardía de terminación
conduce a la fecha tardía de inicio, 5, la cual también
es la fecha tardía de terminación de las actividades
precedentes, instalación tuberías e instalación eléc-
trica, y sus fechas tardías de inicio se encuentran
sustrayendo las duraciones de las fechas tardías de
terminación. En donde haya una actividad que pre-
cede a varias, su fecha tardía de terminación es la
menor de entre las fechas tardías de inicio de esas
actividades. El paso hacia atrás continúa hasta que
se calculan las fechas tardías de inicio y de termina-
ción de todas las actividades. Entonces se puede
encontrar la flotación para cada actividad y es la
diferencia entre los tiempos primeros y tardíos de
inicio. Las actividades críticas (las que tienen una
flotación de O)se unen por flechas gruesas tal como
se hizo en la figura 4.8a), y por líneas dobles en la
figura 4.8b, para indicar la ruta crítica.
4.9.6 Programación para construcción
rápida
El método de programación de ruta crítica (MRC),
descrito para aplicarse a la construcción de un pro-
yecto en la subsección4.9.5,también se puede utili-
zar para el diseño, que suele ser terminado antes del
inicio de una construcción. Además, el MRCes útil
para programación integrada para construcción rá-
pida, procedimiento en el que diseño y construc-
ción avanzan simultáneamente. Cuando se utiliza
el MRCpara este fin, necesita de entrada de perso-
nal de diseño y construcción.
Cuando un proyecto se construye con rapidez,
el diseño y construcción finales empiezan poco des:
pués de roturar el suelo. El trabajo de campo en
componentes del proyecto avanza tan pronto como
las partes correspondientes del diseño se hayan
TABLA4.1
Cálculos de flotaciónpor el método de la ruta crítica
Número de actividad
Diagrama Diagrama
Duración Fecha Fecha Fecha Fecha Flotación
de de en
primera primera de
última última de
total,
flechas
precedencias
días de inicio tenninación de inicio tenninación en días
1-2 1 2 O 2 O 2 O
2-3 2 1 2 3 2 3 O
3-4 3 1 3 4 4 5 1
3-5 4 2 3 5 3 5 O
5-6 5 1 5 6 5 6 O
4-5
-
O 4 4 5 5 1
terminado. Por lo tanto, lo que sería la duración
normal del proyecto se acorta al fijar el diseño y
construcción en rutas separadas pero paralelas en
lugar de en secuencia, como es tradicional.
Una desventaja de la construcción rápida es que
hay menos control sobre costos que con proyectos
donde el diseño se ha terminado antes de tomar
cotizaciones. Esta desventaja, sin embargo, se pue-
de resolver por lo menos en parte si se emplea un
gerente de construcción profesional para dirigir la
construcción, o se otorga un contrato de costo más
honorarios fijos o costo más porcentaje de costo a
un contratista general prestigioso. Otra desventaja
de la construcción rápida es que la coordinación del
trabajo es más difícil y la entrada para varios con-
sultores puede faltar. Como consecuencia de esto,
puede ser que haya necesidad de remover o volver
a hacer parte del trabajo. Debido a la menor eficien-
cia de la construcción rápida y a la necesidad de
volver a hacer parte del trabajo, los costos de cons-
trucción pueden ser mayores de lo que serían cuan-
do la construcción se inicia después de terminar el
diseño. A pesar de esto, el costo total del proyecto
para el propietario puede ser menor por los ahorros
en interés sobre préstamos para construcción, ingre-
sos por pronto uso del proyecto y menores efectos
de inflación monetaria.
4.10 Papel del gerente
de proyecto
Un gerente de proyecto, en síntesis, tiene responsa-
bilidad por todas las funciones de construcción para
un proyecto, incluyendo coordinación del trabajo
de superintendentes de trabajos, sobrestantes de
personal y subcontratistas. Para una pequeña orga-
nización, el propietario puede servir como gerente
de proyecto; para una empresa grande, a un expe-
rimentado gerente de proyecto se le puede asignar
responsabilidad de un proyecto grande o varios
pequeños.
El éxito de un proyecto de construcción depen-
de en gran medida de la capacidad del gerente del
proyecto, quien debe tener aptitudes administra-
tivas y directivas además de conocer bien todos los
detalles de los documentos del contrato; el cono-
cimiento de todas las fases de construcción es
esencial. De la diaria inspección de los proyectos
asignados, el gerente de construcción debe estar al
tanto del avance actual del trabajo.
Administración deconstrucciones. 4.25
4.10.1 Obligaciones de un gerente
de proyecto
Entre las obligaciones de un gerente de proyecto
están las siguientes:
Mantener comunicación con clientes
Distribuir personal a proyectos y organizar unida-
des para la operación de éstos
Coordinar el trabajo de todas las unidades y divi-
siones
Revisar periódicamente y analizar costos de proyec-
tos, programas, avances y otros datos de construc-
ción
Compras
Hacer arreglos para peritajes y diseño de construc-
ciones
Instituir y supervisar programas de seguridad en el
trabajo
Asegurar permisos concedidos por oficinas guber-
namentales
Conservar archivos de convenios laborales
Representar al contratista en pleitos jurisdiccionales
Manejar cambios y trabajos extras
Solicitar y obtener aprobación de dibujos y mues-
tras de taller, así como ~ertificacionesde materiales
Dirigir conferencias y reuniones de trabajo con per-
sonal clave y dar seguimiento a decisiones tomadas
Una vez iniciada una construcción, el gerente
de proyecto debe comparar continuamente el de-
sempeño en el campo con respecto al programa
establecido. Cuando no se cumpla con el progra-
ma, las acciones correctivas tomadas y las fases de
reprogramación se conocen como administración
de tiempo de proyecto.
La fase de control de la administración de tiem-
po comprende la medición periódica del avance
real de trabajo y su comparación con los objetivos
planeados. Esto debe hacerse determinando las
cantidades de trabajo realizadas y reportando esta
información para comparada con las cantidades
de trabajo anticipadas en el programa de trabajo.
Por lo tanto, se puede hacer una determinación del
efecto de la situación actual del trabajo en la fecha
4.26 . Seccióncuatro
de terminación para el proyecto. Cualesquier ac-
ciones correctivas necesarias se pueden planear y
poner en práctica. Después de eso, el programa se
puede actualizar.
El método de programación de ruta crítica
(MRC) constituye una base conveniente par me-
dir el avance y para expedir reportes (subsección
4.9.5). El diagrama de red debe corregirse según
sea necesario para que el programa actual de tra-
bajo refleje la situación real de trabajo.
Se pueden emplear programas de cómputo, de-
sarrollados por personal de la compañía o comer-
ciales, para elaborar reportes que ayudan a gerentes
de proyecto. A continuación se encuentran descrip-
ciones de algunos reportes que algunos contratistas
han encontrado útiles:
Reporte de compras/costo _ Este reporte
lista los diversos elementos que deben adquirirse y
fija fechas para licitaciones y otorgar contratos; si-
gue con atención el presupuesto y el costo real de
cada elemento. Un resumen elaborado para la alta
gerencia proporciona totales en cada categoría e
indica la situación de la compra.
Reporte de expedición/tráfico _ Este re-
porte lista los elementos cuando se adquieren; tam-
bién contiene una actualización continua de fechas
de entrega, dibujos de taller y situación de aproba-
ción, información de embarque y ubicación del ma-
terial cuando se almacena ya sea en el sitio de
construcción o fuera de éste.
Lista de mobiliario, accesorios y equipo
_ Este reporte, que normalmente se utiliza cuando
el trabajo comprende un proceso o refinería, tam-
bién se puede utilizar para listas de equipo en un
edificio complejo, como es un hospital u hotel. El
reporte describe toda la información de uso general
para cada parte de equipo, su tamaño, funciones, fi-
nalidad, características, fabricante, número de par-
te, ubicación en el trabajo terminado y garantías. El
reporte también proporciona información con rela-
ción a la fuente de la pieza, adquisición, precio y
lugar o número de dibujo del plano en donde apa-
rece.
Sistema de contabilidad _ Este sistema
consta de una serie completa de reportes de conta-
bilidad, incluyendo un registro por cada proveedor
y muestra todos los desembolsos. Esta información
se emplea en la elaboración de requisiciones para
pagos parciales. También se puede utilizar para
reportar costos del trabajo a la fecha y hacer pronós-
ticos de probables costos por concluir.
4.10.2 Sistema de control
computarizado de
administración de un proyecto
Este sistema combina la programación de un pro-
yecto con controles de costos, controles para dis-
tribución de recursos y un sistema de reporte
estadístico de avance de contrato. El objetivo es
dar un control total sobre el tiempo, costo, recur-
sos y estadísticas.
Tiempo _ El aspecto del tiempo del sistema
está diseñado para producir, mediante programa-
ción del proyecto, un conjunto de objetivos de tiem-
po, un medio visual de presentar estos objetivos, así
como idear y poner en práctica un método correcti-
vo de apegarse a los objetivos para que se alcancen
los resultados deseados.
Costo _ Hay recapitulación de costos contro-
lados por reportes de presupuesto que se formu-
lan mensualmente y se distribuyen al propietario.
Además, reportes detallados para la administración
de una compañía constructora contienen una lis-
ta de costos bajo cada clase de actividad de cons-
trucción. Estos reportes son utilizados por gerentés
de proyecto y personal de campo, de compras y alta
dirección. Un reporte sobre el probable costo total
para concluir el proyecto está planeado para todos
los niveles del personal de una compañía construc-
tora, pero es utilizado básicamente por quienes son
responsables de medidas correctivas.
Distribución de recursos _ Con el fin de
distribuir recursos, debe elaborarse un resumen
gráfico del uso mensual planeado de personal para
actividades individuales y también de cantidades
de trabajo estimadas que debe estar en el lugar de
todos los oficios, con base acumulativa. Una actua-
lización mensual de estas gráficas indica qué oficios
tienen pocas cantidades de trabajo en el lugar. Con
esta información, el gerente puede asegurar que los
oficios atrasados se aumenten con el número correc-
to de trabajadores para que se pongan al día y se
ajusten al programa.
Estadísticas _ De la información recibida de
losreportes precedentes, se puede hacer un pronós-
ticopreciso de la fecha probable de terminación de
la construcción y del costo total del proyecto.
(F. S. Merritt and J. T. Ricketts, Building Design
and Construction Handbook, 5th ed., McGraw-Hill,
Inc., New York; J. P. Frein, Handbook ofConstruction
Managementand Organization, Van Nostrand Rein-
hold, New York.)
4.11 Papel del superintendente
de campo
Un superintendente de campo tiene una amplia
variedad de obligaciones. Entre sus responsabilida-
des están las siguientes: oficina de campo (estable-
cimiento y mantenimiento); cercado y seguridad;
vigilantes; conocer documentos de contrato; solici-
tar, recibir, almacenar e instalar materiales; solicitar
y operar equipo y grúas; reportes diarios; ayudar en
la elaboración del programa del proyecto; cumplir
el programa; reportes de accidentes; controlar tra-
bajos adicionales; expedir cargos atrasados; tratar
con inspectores, subcontratistas y obreros; trabajo
de "tareas"; control de calidad y seguridad. El co-
nocimiento de documentos de contratos y la capa-
cidad para interpretar planos y especificaciones son
esenciales para el desempeño de estas obligaciones.
Los reportes diarios del superintendente dan
información esencial sobre la construcción. De es-
tos reportes diarios se deriva la siguiente informa-
ción: nombres de personas que trabajan y horas
trabajadas; cantidades clave de costos; operacio-
nes de subcontratistas y descripción del trabajo
realizado; materiales recibidos; equipo recibido o
enviado; visitantes al sitio del trabajo; extractos de
debates con subcontratistas importantes y perso-
nal; otros comentarios; temperatura y condicio-
nes climáticas; accidentes u otros acontecimientos
poco comunes.
4.12 Órdenes de compra
La expedición de una orden de compra difiere del
otorgamiento de un contrato (sección 4.5). Una or-
den de compra se expide por material en el que no
se espera realizar trabajo en el campo. Un subcon-
trato, en contraste, es un convenio con un subcon-
tratista no sólo para que provea de materiales sino
Administración deconstrucciones. 4.27
también para realizar trabajo en el campo. Una
orden de compra contiene fecha, nombres de quie-
nes la expiden y proveedor, descripción, precio,
condiciones de pago y firmas de las partes.
Para el proyecto específico, un anexo a la orden
de compra y lista de dibujos de contrato deben
adjuntarse a la forma estándar de orden de compra.
El anexo describe condiciones especiales rela tivas al
trabajo, opciones o alternativas, información relati-
va a dibujos de taller, o presentaciones de muestra
y otros requisitos particulares del trabajo.
Las solicitudes de precios de materiales se ma-
nejan en una forma muy semejante a las solicitu-
des de precios de subcontratos. Las cotizaciones
por materiales deben ser analizadas por cambios
complicados en la misma forma que para subcon-
tratos.
Para administrar correctamente el subcontrato y
las órdenes de compra, es necesario tener un libro
de registro en el que se anota todo subcontrato y
orden de compra después que haya sido enviado al
sub contratista o vendedor. El libro de registro sirve
como pronta referencia cruzada no sólo para nom-
bres de subcontratistas y vendedores sino también
por las cantidades de sus pedidos y las fechas en que
se enviaron las órdenes.
Hay varios paquetes de software para dar segui-
miento a todo el equipo y materiales, así como
información relativa a compras como son especifi-
caciones, cotizaciones, órdenes (pedidos) finales,
embarque y fechas de entrega. Por lo general, el
software está basado en el concepto de partidas
de tra yectoria típica. Alas diversas tareas que deben
realizarse se les asignan fechas de vencimiento. Por
ejemplo, un reporte de computadora debe ser
por proyecto y mostrar todas las partidas abiertas
de orden de compra para un proyecto, o por nom-
bre de comprador, con todas las partidas abiertas de
orden de compra por cada comprador, incluyendo
todos los proyectos.
Al negociar y otorgar un subcontrato o una com-
pra de material, el contratista debe tomar en cuenta
el alcance del trabajo, hacer una lista correcta de
inclusiones, tomar nota de excepciones o exclusio-
nes y, cuando sea práctico, registrar precios unita-
rios por trabajo agregado o excluido de la lista. Debe
considerarse el tiempo de ejecución de unidades de
trabajo y disponibilidad de obreros y materiales, o
equipo para llevar a cabo el trabajo. Las órdenes de
compra deben contener una cláusula para medicio-
nes de campo por el vendedor, si esto se requiere.
4.28 . Seccióncuatro
Además, las órdenes de compra deben indicar si los
cargos por entrega y transportación e impuestos de
venta están incluidos en los precios.
4.13 Seguridad en el trabaio
Los accidentes en un proyecto de construcción, en
dondequiera que intervengan empleados o el públi-
co, pueden imponer una carga enorme en el contra-
tista de la construcción y otros relacionados con el
proyecto. En consecuencia, es de gran importancia
para todos los participantes en el trabajo asegurarse
que se haya puesto en práctica un programa ade-
cuado de seguridad en el trabajo. Aun cuando el
propietario de la empresa constructora o los ejecu-
tivos de la compañía sean legalmente responsables
si ocurre un accidente, el gerente del proyecto es
generalmente responsable de establecer y supervi-
sar el programa de seguridad.
El gobierno federal de Estados Unidos, en 1970,
aprobó la Occupational Safety and Health Act
(OSHA) (TItle 20-Labor Code of Federal Regula-
tions, chap. XVII, part 1926, U.S. Govemment Prin-
ting Office). En comparación con leyes de seguridad
estatales, la ley federal tiene requisitos más estric-
tos. Por ejemplo, una oficina estatal tiene que llevar
al contratista a juicio por prácticas ilegales, pero la
Occupational Safety and Health Administration
puede aplicar multas de inmediato por violaciones,
a pesar del hecho de que inspectores soliciten a
empleadores corrijan sus deficiencias.
Los accidentes de construcción son el resultado
de un acto inseguro o una condición insegura. La
póliza de la compañía debe apuntar a evitar esto
por medio de educación, capacitación, persuasión
y constante vigilancia. En todo proyecto, el geren-
te de proyecto debe recordar a superintendentes e
inspectores acerca de los requisitos de seguridad.
En visitas a sitios de trabajo, el gerente debe estar
constantemente alerta de violaciones a las medi-
das de seguridad. El ingeniero o gerente de segu-
ridad debe asegurarse que el superintendente de
construcción realiza reuniones semanales de segu-
ridad con todos los inspectores y escribe repor-
tes sobre accidentes y los remite al administrador
de seguros del contratista. Además, el inspector de
seguridad debe conservar un archivo que conten-
ga todos los registros necesarios con relación a
reglamentos gubernamentales y conocer con los
requisitos sobre cómo conservar estos registros
conforme a la Occupational Safety and Health Act
(Occupational Safety and Health Administration,
U.S. Department of Labor, Washington, D.C.). La
gerencia debe sostener frecuentes conferencias
con el gerente de proyecto y con la compañía de
seguros para revisar el registro de seguridad de la
firma y para obtener asesoría para mejorar el ré-
cord de seguridad.
(Manual of Accident Prevention in Construction,
Associated General Contractors of America, Was-
hington, DC 20006; The 100 Most Frequently Cited
OSHA Construction Standards in 1991," U.S. Govern-
ment Printing Office, Washington, DC 20402.)
4.14 Órdenes de cambio
Los documentos de contrato especifican en detalle
el trabajo que el contratista debe realizar. Con
frecuencia, sin embargo, es necesario realizar cam-
bios o trabajos adicionales después de otorgar el
contrato, en especial después de que la construc-
ción se haya iniciado. En general, los documentos
del contrato contienen estipulaciones que permi-
ten al contratista o al propietario hacer cambios si
ambas partes convienen en éstos. Si el cambio
reduce los costos de construcción, el propieta-
rio recibe un crédito; si los aumenta, el propietario
paga los costos adicionales. El costo de los cambios
puede estar basado en una suma negociada total
(de precio alzado), en el costo de mano de obra y
materiales más un recargo adicional, o en precios
unitarios.
El propietario puede expedir una orden de
cambio por cualquiera de varias razones, entre las
que se cuentan un cambio en el alcance del trabajo
respecto al descrito en las especificaciones, cambio
en material o equipo instalado, cambio para corre-
gir omisiones y cambio en condiciones esperadas
tales como rocas del subsuelo no indicadas en
planos y especificaciones, condiciones climáticas
o huelgas. En previsión de condiciones inespera-
das, el contrato de construcción debe contener una
cláusula de condiciones cambiadas en las condi-
ciones generales (Véase General Conditions of the
Contract for Construction, AlA A201, American Ins-
titute of Architects, 1735 New York Ave., N.W.,
Washington, DC 20006.) La American Society of
Civil Engineers Committee on Contract Adminis-
\
tration redactó la siguiente cláusula recomendada
sobre condiciones cambiadas:
Losdocumentos decontratoqueindiqueneldiseño
delaspartesdel trabajobajola superficieestánbasa-
dosendatosdisponiblesy el buenjuicio delingeniero.
Laspartesconvienenenquelascantidades, dimensio-
nesy clasesdetrabajomostradasenlosdocumentos
decontratocontienenlassuposicionesconlascuales
sedeterminóel preciodel contrato.
A medidaquevarÍtlspartesdelsubsueloseobser-
venduranteel trabajo,el contratistadebedar inme-
diatoavisopor escritoal ingenieroy al propietario,
antesdequecambientalescondiciones, si lascondi-
cionesrealesdifierensensiblemente delasquesesu-
pusieron.El ingenierodebeenviar de inmedÍtltoal
propietarioy contratistaun planoodescripcióndelas
modificacionesque propongadebenhacerseen los
documentosdecontrato.El consiguienteaumentoo
disminuciónen el preciodel contrato, o el tiempo
calculadoparalaterminacióndelcontrato,seráncon-
sideradospor el contratistay remitidosal ingeniero
enformadepropuesta. Si esaprobadaporel ingeniero,
certificarálapropuestay ladirigirá al propietariocon
surecomendación paraseraprobada. Si nosellegaa
un acuerdoentre el contratista y el ingeniero, el
asuntoseráremitidoa arbitraje o resoluciónalterna
delitigio comoseindicamásadelante.Al aprobarel
propietariola recomendacióndel ingeniero,oal reci-
bir la resolucióndel tribunal de arbitraje, el precio
del contratoy tiempode terminaciónseajustarán
mediantela expediciónde una ordende cambiode
acuerdocon lo dispuestoen las seccionestituladas
"Cambiosenel trabajo"y "Ampliacionesdetiempo".
4.15 Reclamaciones y litigios
Durante la construcción de un proyecto, el contra-
tista puede reclamar que el trabajo ordenado por el
propietario, o su representante, no está incluido en
el contrato y que no hay obligación para realizar el
trabajo sin adecuada compensación. El contratista,
por lo tanto, puede remitir una propuesta de orden
de cambio antes de realizar el trabajo. (A veces, el
contratista puede proseguir con el trabajo antes de
expedir la orden para no demorar el trabajo.) Si el
propietario impugna la reclamación, el contratista
puede continuar la obra o presionar para obtener
una decisión sobre la reclamación por medio de
mediación, arbitraje u otra solución de que se dis-
ponga en términos del contrato o de la ley.
Cuando se presente un litigio entre el propietario
y el contratista durante la construcción, el primer
Administración deconstrucciones. 4.29
paso es un esfuerzo para resolverlo por negociación.
Otro procedimiento consiste en reconocer, antes que
se inicie la construcción, la posibilidad de que pue-
den presentarse desacuerdos y tomar medidas para
facilitar negociaciones. Una forma es señalar en ese
momento un tribunal para resolución de litigios
(DRB, en inglés), formado por tres personas idó-
neas, para ayudar en la negociación de un arreglo.
Si éste no se puede lograr, el DRB debe emitir reco-
mendaciones para un arreglo que, sin embargo, no
son obligatorias para las partes.
Otro método de resolver litigios es el arbitraje,
que puede ser requerido por el contrato de construc-
ción. Si se acuerda o se requiere un arbitraje, las
partes involucradas presentan los hechos del litigio
a terceras partes imparciales que examinan las re-
clamaciones y dan una decisión, que es legalmente
obligatoria a las partes. (VéaseConstructionContract
Disputes-How TheyMay BeResolvedunder theCons-
truction Industry Arbitration Rules,American Arbi-
tration Association, 140 W. 51st St. New York, NY
10020.) La American Arbitration Association pue-
de dar asistencia para arbitraje y también para me-
diación. Esta última difiere del arbitraje en que la
mediación es presentada por las partes volunta-
riamente y además las recomendaciones no son
legalmente obligatorias. En la mediación, uno o más
mediadores imparciales consultan las partes con el
fin de llegar a un convenio que las partes encuen-
tren aceptable. La mediación es deseable porque es
un paso más rápido y menos costoso antes de remi-
tir el caso a arbitraje o a foro judicial.
4.16 Seguros
Los contratistas deben establecer un sólido progra-
ma de seguros para protección contra pérdidas fi-
nancieras debidas a contingencias imprevistas. Para
este propósito deben seleccionarse compañías de
seguros cuya estabilidad financiera se encuentre
fuera de toda duda. Un representante o corredor de
seguros con experiencia en la industria de la cons-
trucción será útil para tomar esta decisión. Quien
sea seleccionado debe estar en posibilidad de elabo-
rar un programa que proporcione cobertura com-
pleta de los riesgos peculiares a la industria de la
construcción y de los riesgos más comunes. Igual-
mente, el representante o corredor debe obtener
contratos de seguros de aseguradoras competentes
que estén en aptitud de dar servicio en el trabajo,
4.30 . Seccióncuatro
cuando sea necesario. Además, el contratista nece-
sitará de asesoría calificada para asegurarse de que
todas las pólizas de seguros protegen todas las par-
tes y dan límites adecuados de cobertura.
4.16.1 Seguro contra responsabilidad
civil
La ley, los contratos y el sentido común exigen que
los contratistas responsables estén protegidos ade-
cuadamente, con un seguro contra responsabilidad
civil en todas las fases de sus operaciones.
Requeridos por ley 8 En Estados Unidos,
la mayor parte de los estados piden a los usuarios
de carreteras que proporcionen un comprobante de
un seguro que los protege contra accidentes y daño
en propiedad ajena dentro de los límites mínimos.
En particular, esto se requiere a las empresas que
tienen camiones u otro equipo pesado que utiliza
carreteras. En general, los permisos especiales para
utilizar equipo pesado en las carreteras requieren
más protección.
Un contratista que opera en naciones extranjeras
en general encuentra que los requisitos de asegura-
miento contra responsabilidad civil son aún más
exigentes que los que se acostumbra en Estados
Unidos, y que debe obtener un seguro que cubra los
daños causados por un automóvil de una compañía
cuya matriz esté en la nación en la que opera.
Requeridos por contrato 8 Casi sin excep-
ción, los contratos de construcción requieren que
el contratista tenga un seguro con cobertura am-
plia, con objeto de proteger al contratista, al pro-
pietario y a los ingenieros del propietario contra
toda responsabilidad por daños corporales o daño
en propiedad ajena que estén relacionados con la
realización del contrato o resulten de éste. En oca-
siones, el contrato requiere una póliza de seguro
separada que proteja al propietario. Asimismo,
cuando un contratista opera a lo largo o a través
de la propiedad de una compañía ferrocarrilera,
en general se requiere una póliza de seguro pro-
tectora de ferrocarril.
Requeridos por sentido común 8 Inde-
pendientemente de las coberturas requeridas por
ley o por contrato, el contratista prudente debe
asegurarse contra responsabilidad civil en cantida-
des sustanciales. Por la misma naturaleza de la
industria de la construcción, el contratista puede
tener un riesgo grande de responsabilidad con res-
pecto a terceros. En ciertos casos, sobre todo en
aquellos en donde el contratista emplea explosivos,
el riesgo puede acercarse a una responsabilidad
absoluta.
4.16.2 Seguro de bienes
Además del seguro por responsabilidad civil, los
contratistas deben protegerse a sí mismos contra
daño o pérdida de su propiedad y la de los proyec-
tos en los cuales estén trabajando.
Seguro del contratista que cubre el equi-
po, planta, edificaciones temporales, mate-
riales y suministros 8 Casi todos los activos
del contratista están formados por su equipo, planta
de construcción, edificios temporales, materiales
y abastecimientos. El sentido común dicta que el
contratista debe tener asegurados sus bienes. De
ordinario, el equipo pesado y los vehículos del con-
tratista se compran con contratos de venta condicio-
nales o se rentan bajo convenios que requieren que
el contratista tenga un seguro que cubra el daño
físico del equipo y de los vehículos, y las pérdidas
ocasionadas por ellos se pagarán al contratista y a
los propietarios, de acuerdo con sus respectivos
intereses en el tiempo de la pérdida.
El contratista puede tener una cobertura inde-
pendiente que abarque el seguro del equipo pesa-
do, seguro cuya cobertura proteja contra incendio,
robo y accidentes de sus camiones y automóviles,
y un seguro con cobertura amplia que abarque la
planta y edificios temporales. No obstante, la co-
bertura "parcial" no protege contra todo riesgo de
la propiedad. Más aún, las primas con frecuencia
suman más que el costo de una sola cobertura con-
tra todo riesgo de toda la propiedad. Obviamente,
también, los riesgos que corre la propiedad del
contratista provienen de fuentes diferentes y más
diversificadas que los riesgos de un comerciante
o de un fabricante. Por ejemplo, un contratista
comprometido en la construcción de una presa
tiene pequeño riesgo de incendio, o de los peligros
usuales relacionados con él, pero el riesgo por
inundación es grande. Aun así, la inundación es
un riesgo exceptuado en la mayoría de las cober-
turas de bienes.
La póliza de seguros de bienes del contratista se
contrata por una cantidad suficiente como para
cubrir los valores totales de los bienes sujetos a un
riesgo concebible en un lugar. El contratista que
tiene una repetición normal de pérdidas de propie-
dad puede reducir el costo de seguro conviniendo
en un deducible sobre una cantidad que se aproxi-
me a la repetición de pérdida normal. De ordinario,
los deducibles se basan en el valor del equipo que
está en riesgo. Un deducible de $1000 dólares sobre
un equipo valuado en más de $5000 dólares puede
ser adecuado para proteger al contratista ordinario
contra una pérdida calamitosa y aun ser suficiente
comopara proporcionar una cobertura al costo más
razonable de la prima. Sobre el equipo valuado en
más de $10 000 dólares, es razonable un deducible
de $2500 dólares. En general, las herramientas pe-
queñas, los materiales y los abastecimientos, pue-
den cubrirse con la misma póliza a una prima más
razonable que la que obtendría si se contratara una
póliza separada que cubriera el inventario de estos
artículos propiedad del contratista.
Seguro del constructor contra todo riesgo
. En forma invariable, el contrato de construcción
delega la responsabilidad total (y responsabilidad
civil) al contratista en cuanto a la protección del
proyecto y a la reparación o reemplazo hasta que la
obra terminada sea aceptada por el propietario. En
ocasiones el propietario tiene un seguro de cons-
trucción, en el cual el contratista es un asegurado
más. En estos casos, el contratista debe asegurarse
de que será liberado de la responsabilidad de la
reparación o reemplazo de la obra dañada. Un con-
tratista que acepta tal responsabilidad, que es lo
normal, debe contar con un seguro del constructor
contra todo riesgo.
Quizás el riesgo más serio de daño a una obra
resulta de las operaciones del contratista, como
una falla en las grúas o una operación negligente
del equipo pesado. El seguro de responsabilidad
civil del contratista no lo protegerá en tales casos,
porque los riesgos resultantes de la negligencia del
contratista o de la falla de la maquinaria empleada
por él se excluyen bajo la claúsula estándar de
"cuidado, custodia y control" de la póliza de se-
guros de resposabilidades civiles. De igual mane-
ra, la cobertura del seguro contra incendio, que
está restringida a los riesgos específicos mencio-
nados, no lo asegurará contra la pérdida que re-
sulte de la operación, de la barrenación o de otras
Administración deconstrucciones. 4.31
causas de riesgo normales en la operaciones del
contratista.
En general, el seguro del constructor contra
todo riesgo lo protege contra cualquier suceso
natural, fuerza mayor, o daño causado por error
humano. La posible pérdida puede ser por una
cantidad grande y, en consecuencia, el límite de
la póliza debe ser adecuado como para cubrir la
pérdida más grande concebible. Si se considera
que el principal interés del contratista es su pro-
tección contra una pérdida catastrófica, el contra-
tista debe solicitar un límite alto que incluya un
deducible sustancial, que permita la compra de
esta importante cobertura al costo más razonable.
4.16.3 Seguro de indemnización y
beneficios a los trabajadores
En todo Estados Unidos, Canadá y la mayor parte
de las naciones, se requiere por ley el seguro de
indemnización a trabajadores. En la terminología
empleada en las leyes de indemnización a los traba-
jadores, la industria de la construcción es conside-
rada como "extra riesgosa". Las primas se basan en
la clasificación del trabajo que desempeña cada cua-
drilla de trabajadores de la construcción. El costo del
seguro de indemnización a los trabajadores es un
factor importante en la elaboración de una propues-
ta u oferta.
El seguro de responsabilidades del patrono se
incluye automáticamente en la mayoría de las póli-
zas de seguros de indemnización a trabajadores.
Aunque la indemnización a trabajadores es, 'sin
excepción, el único beneficio que se proporciona a
un trabajador accidentado, o a la familia del que
muera por un accidente industrial, hay ocasiones en
que, debido a la responsabilidad aceptada por él, un
contratista puede quedar obligado a defenderse de
una acción legal o del pago de un juicio basado en
los daños hechos a un empleado propio o de un
subcontratista.
En varios estados de Estados Unidos, llamados
comúnmente estados con fondo monopolista y en
todas las provincias de Canadá, se requiere que
el seguro de indemnización a los trabajadores se
haga con fondo estatal o provincial. En estos esta-
dos y provincias, en general nunca se requiere por
ley ni se proporciona por los fondos el seguro de
responsabilidades del patrono. El contratista pru-
dente obtendrá una póliza especial de seguro de
4.32 . Seccióncuatro
responsabilidades del patrono con un asegurador
privado cuando operen en estos estados y provin-
cias.
Asimismo, el contratista que esté trabajando en
una vía de agua o en un río navegable debe obtener
el seguro de protección contra las responsabilidades
señaladas en la Longshoremen's and Harbor Wor-
kers' Compensation Act y en la Jones Act. En gene-
ral estas coberturas se logran por medio de un
endoso en la póliza estándar de indemnización a los
trabajadores con baja o ninguna prima adicional.
Otras coberturas que el contratista puede consi-
derar, pero que en general son optativas, son los
planes de grupo de seguro de vida, muerte acciden-
tal e invalidez. Con frecuencia, esascoberturas son
proporcionadas por los planes de beneficio admi-
nistrados conjuntamente por el patrón y el sindica-
to, que se originan por una negociación colectiva en
la industria de la construcción. Los planes del sin-
dicato, desde luego, están limitados a considerar
únicamente a los empleados del contratista que
están incluidos en un convenio colectivo. Depende
del contratista decidir si proporciona una cobertura
similar al personal asalariado, administrativo, de
ingeniería y de oficina.
4.16.4 Seguros contra riesgos diversos
Los seguros contra riesgos diversos que necesita el
contratista varían con el tipo y el alcance de sus
operaciones. No obstante, entre los que se conside-
ran esenciales está el seguro contra pérdida conse-
cuente, el seguro de fidelidad y contra falsificación,
y el seguro por dinero y valores.
Seguro contra pérdida consecuente 8 El
contratista pronto descubre que la protección contra
daño físico de la obra o del equipo sólo es parte de
sus posibles pérdidas financieras. En un proyec-
to permanente, la cobertura del constructor contra
todo riesgo reembolsará los costos reales de restau-
rar la obra. Por supuesto, esta recuperación está
limitada al valor original de la obra, y se aplicará el
deducible, que en general es sustancial. No se hace
ninguna concesión por el costo extra en el que se
incurre por el tiempo que requiere el reparar o
reemplazar la obra dañada, gastos de tiempo extra,
etc.; estas coberturas casi siempre están excluidas de
las cláusulas del seguro contra riesgo del construc-
tor. Un contratista puede obtener una forma de
seguro contra "interrupción del negocio", que pa-
gará al contratista cualquier gasto extra por gastos
generales adicionales y de tiempo extra que resulten
de un tipo de riesgo de pérdida del constructor.
El contratista que pierde el uso de equipo por un
daño físico debe sustituido durante el tiempo en
que se está reparando el equipo dañado. Con fre-
cuencia, el contratista puede obtener un seguro con
una cobertura sobre el equipo del contratista que
cubra los gastos de renta del equipo de reemplazo.
Seguro de fidelidad y contra falsificación
8 Un contratista que ha delegado autoridad en uno
o más empleados, con respecto a los negocios de la
empresa y a los asuntos financieros, debe obtener
un seguro de fidelidad que tenga un límite adecua-
do para cubrir las sumas que los empleados puedan
manejar. De igual manera, el contratista prudente
debe adquirir un seguro contra falsificación para
proti::gerse contra la pérdida financiera ocasionada
por la falsificación de cheques.
Seguro de dinero y valores 8 De ordina-
rio, el contratista sólo tiene pequeñas sumas de
efectivo en su oficina, pero algunas veces y en de-
terminados estados, los contratistas pagan su nómi-
na en efectivo. Por tanto, es aconsejable adquirir una
cobertura por dinero y valores, que proteja al con-
tratista contra pérdidas ocasionadas por el robo
externo, como el robo con allanamiento y asalto.
Esta cobertura tendrá un límite igual que la suma
mayor de efectivo en caja en cualquier lugar. _
4.16.5 "Refuerzos de cobertura"
y "ahorradores de costos"
Una selección prudente de los planes del seguro,
junto con un programa activo de seguridad, redu-
cirá considerablemente los costos totales de los se-
guros del contratista.
Coberturas amplias y planes de paquete
8 Uno de los conceptos básicos en los seguros es
el de "riesgos extendidos". Cuanto más se disemi-
ne un riesgo, geográficamente o de otra manera,
más económica será la prima. De aquí que, un
contratista que asegure todas sus operaciones bajo
una sola póliza en contra de un riesgo común, sea
de responsabilidades, de daño fisico, de fidelidad,
etc., disfrutará de la protección más amplia con el
costo más bajo. Po ejemplo, en el seguro contra
riesgos del constructor, algunas operaciones del
contratista pueden ser muy riesgosas, y otras es-
tarán virtualmente libres de riesgo. En tal caso, el
contratista puede mantener en una taza razonable
la cobertura de riesgos del constructor en un pro-
yecto riesgoso cargando todas las operaciones a la
misma prima, simplemente porque el trabajo de
bajo riesgo contribuye en el costo total. La mis-
ma analogía puede hacerse respecto de otras co-
berturas.
Programa de seguridad del contratista
. Los contratistas siempre deben conocer cuáles
son los mejores ahorradores de costos para ellos, es
decir, un buen programa de seguridad. El mayor
gasto de aseguramiento es, con mucho, la prima del
seguro de indemnización a trabajadores. Casi todas
las aseguradoras que aceptan contratos de seguro
de indemnización a trabajadores ofrecen descuen-
tos sustanciales, dividendos o planes retrospectivos
de retorno de pólizas, que se basan en una experien-
cia favorable con respecto a la frecuencia de acci-
dentes. Frecuentemente, un contratista puede tener
un programa de seguridad a un costo mucho menor
que los dividendos que se ganan en las tasas de
interés sobre pólizas del seguro de indemnización
a trabajadores. Para el contratista pequeño, casi
todas las aseguradoras que expiden seguros por
indemnización a trabajadores prestan servicios de
inspección regular y materiales y servicios educati-
vos respecto a la seguridad en el trabajo.
En proyectos grandes con nóminas altas, en ge-
nerallos contratistas pueden obtener para sí mis-
mos un plan de retorno sobre primas, el cual, en
esencia, es un programa de aseguramiento de "cos-
to-más". Con un plan retrospectivo, el contratista
paga el costo de lesiones más una pequeña cantidad
que cubre los gastos administrativos del asegurador
y la prima contra una catástrofe o un accidente de
lesiones múltiples.
4.17 Fianzas
Las fianzas no son seguros; una fianza equivale a
un pagaré. El de una fianza de garantía, como en un
pagaré, es el responsable principal ante el acreedor.
El afianzador, como en el caso de un fiador, sólo es
responsable en el caso de que el socio no satisfaga
la obligación contraída.
Administración deconstrucciones . 4.33
La obligación contraída en una fianza de garantía
del contratista es a favor del propietario. Ysólo queda
protegido el propietario. El contratista, como socio,
no tiene protección bajo una fianza. Por el contrario,
el contratista es el principal responsable y está obli-
gado totalmente, no sólo ante el propietario, sino
también con la afianzadora que emitió la fianza.
Los contratistas deben leer en su totalidad las
solicitudes que firman para fianzas de licitación,
cumplimiento o pago. Descubrirán que han empe-
ñado, transferido y traspasado todos sus activos y
que el contrato garantiza al afianzador contra cual-
quier pago u obligación bajo la fianza. El contratis-
ta más pequeño empeña no sólo su negocio sino
también su casa y propiedades personales. Si el
contratista es una sociedad anónima y sus activos e
ingresos son insuficientes para proporcionar una
garantía adecuada, la afianzadora insistirá en que
los accionistas individuales de la constructora pon-
gan en prenda propiedades personales suficientes
como para indemnizar adecuadamente a la afianza-
dora contra una pérdida.
La prima pagada por el contratista por una fian-
za es similar al interés que se carga en un pagaré. La
prima cargada depende del tipo de construcción
que se va a hacer, del tiempo en que la fianza estará
vigente y de la cantidad o de precio del contrato del
proyecto.
Casi toda la construcción pública y la mayor
parte de los grandes proyectos privados requieren
fianzas de licitaciones y cumplimiento de pago. Los
contratistas prudentes, que intentan presentar una
propuesta, preguntarán a sus compañías afianza-
doras si éstas harán fianzas de licitación por ellas.
En general, las compañías afianzadoras no expedi-
rán una fianza de licitación sobre un proyecto sin
haber quedado satisfechas en cuanto a la capacidad
financiera del contratista. Una vez satisfecha, la
afianzadora, al emitir la fianza de licitación, indica
su intención de emitir fianzas por cumplimiento y
pago, si es aceptada la propuesta del contratista y se
concede un contrato.
Las fianzas de licitación se basan en general en
el importe de la oferta. Para la mayor parte, van del
5 al 20% de la cantidad de la propuesta. Esta canti-
dad representa los daños o costos en los que incu-
rrirá el propietario si el contratista no ratifica su
oferta y el propietario tiene que convocar de nuevo
a concurso, o por la diferencia en el costo que hay
entre la propuesta más baja que representa el con-
tratista incumplido y la siguiente propuesta viable
4.34 . Seccióncuatro
cuando el contrato debe otorgarse a la propuesta
más baja.
Las fianzas de cumplimiento y pago se expiden
de ordinario por toda la cantidad del contrato, o por
lo menos por el 50% del importe del contrato. Si,
durante la realización del proyecto, el contratista no
cumple o queda insolvente y es incapaz financiera-
mente de llevar a cabo el proyecto, el propietario
pedirá a la afianzadora que termine la obra y pague
por la mano de obra, los materiales y los abasteci-
mientos. En tal caso, la afianzadora, al descargarse
de las obligaciones contraídas bajo la fianza, tiene
la primacía de la reclamación contra los activos
del contratista. Al final, la pérdida de la compañía
afianzadora está formada por la diferencia que haya
entre el costo de la terminación del proyecto y la
recuperación que pueda lograr al disponer de los
activos del contratista.
5
RuthT. Brantley
Senior Lecturer
University ofHawaii
Honolulu, Hawaii
L. ReedBrantley
Emeritus Professor
University ofHawaii
Honolulu, Hawaii
Materiales
. ~
para construcClon*
E
sta sección describe las propiedades bá-
sicas de materiales que generalmente se
utilizan en construcción. Por comodi-
dad, los materiales están agrupados en
las siguientes categorías: materiales cementosos, me-
tales, materiales orgánicos y compuestos. La aplica-
ción de estos materiales se analiza en las siguientes
secciones, en las que también se describen las influen-
cias ambientales sobre los materiales.
Materiales cementosos
Cualquier sustancia que aglutine materiales puede
considerarse corno cemento. Hay muchos tipos
de cementos, pero en construcción el término "ce-
mentos" se refiere a agentes que se mezclan con
agua u otro líquido, o con ambos, para obtener una
pasta aglutinante. Inicialmente, una masa de par-
tículas cubierta con la pasta está en estado plástico
y puede conformarse, o moldearse, en varias for-
mas. Esta mezcla puede tenerse por material cemen-
toso porque puede aglutinar otros materiales. Tras
un tiempo, debido a reacciones químicas, la pasta
fragua y la masa se endurece. Cuando las partículas
son agregados finos (arena), se obtiene mortero;
cuando son agregados finos mezclados con gruesos,
se obtiene concreto.
5.1 Tipos de materiales
cementosos
Los materiales cementosos se pueden clasificar
en varias formas. Una de las que con frecuencia
se utiliza es por el constituyente químico que oca-
siona el fraguado o endurecimiento del cemen-
to. Los cementos de silicato y aluminato, donde
los agentes fraguadores son silicatos yaluminatos
de calcio, son los tipos que se usan con más fre-
cuencia.
Las cales, donde el endurecimiento se debe a la
conversión de hidróxidos en carbonatos, se utiliza-
ron anteriormente corno el único material cemento-
so, pero su lento fraguado y endurecimiento no son
compatibles con las necesidades modernas. Por lo
tanto, su principal función en la actualidad consiste
en plastificar los cementos que de otra forma serían
gruesos y agregar elasticidad a morteros y repellos.
El uso de cal es benéfico debido a que su lento
fraguado favorece la cura b recementación de grie-
tas superficiales finas.
Otra clase de cementos está formada de yeso
calcinado y sus productos afines. Los cementos de
yeso son de uso generalizado en el repeUado de in-
teriores y en la fabricación de entarimados y de
bloques, pero la solubilidad del yeso impide su uso
'Con extractos de F. S. Merritt y J. T. Ricketts, "Building Design and Construction Handbook", Seco 4, "Building MateriaIs", por F. S.
Merritt y D. J. Akers, McGraw-Hill, Inc., New York.
5.1
5.2 . Seccióncinco
en construcciones expuestas a cualquier clima ex-
cepto los extremadamente secos.
Los cementos de oxicloruro constituyen un tipo
de cementos especiales de propiedades poco comu-
nes. Su costo es prohibitivo para uso general si
compite con cementos más baratos pero, para usos
especiales como por ejemplo en la construcción de
pisos a prueba de chispas, no tienen igual.
Los cementos de mampostería o cementos de
mortero son de uso generalizado debido a su utili-
dad. Si bien es cierto que constituyen, en general,
mezclas de uno o más de los cementos citados antes
con algunos agregados, merecen consideración es-
pecial por su economía.
Se pueden utilizar otros materiales cementosos,
como son los polímeros, cenizas finas y gas de sílice
como sustitutos del cemento en concreto. Los polí-
meros son plásticos con moléculas de cadena larga;
los concretos hechos con ellos tienen muchas cuali-
dades muy superiores a las del concreto ordinario.
El gas de sílice, también conocido como microsí-
lica, es un producto de desecho de hornos de arco
eléctrico. El sílice reacciona con cal en concreto para
formar un material cementoso. Una partícula de gas
tiene un diámetro de sólo 1% del de una partícula
de cemento.
5.2 Cementos portland
Las partículas que se convierten en agentes agluti-
nantes se conocen como cementos hidráulicos cuan-
do se mezclan con agua. Los cementos de uso más
generalizado en construcción son los cementos
portland, que se elaboran con la incorporación de
una mezcla de materiales calcáreos y arcillosos.
(Véase subsección 5.3 para descripciones de otros
tipos de cementos hidráulicos.) La materia prima se
dosifica con todo cuidado para obtener las cantida-
des deseadas de cal, sílice, óxido de aluminio y
óxido de hierro. Después de triturada, para facilitar
la calcinación, la materia prima se pasa a largo
horno rotatorio, que se mantiene a una temperatura
de alrededor de 2700.F. La matéria prima, durante
su calcinación, sufre reacciones químicas y forma
nódulos duros, del tamaño de una nuez, de un
nuevo material llamado clínker.
El clínker, después de descargarlo del horno y
enfriarlo, se tritura para formar un polvo fino (no
menos de 1600 cm2 por gramo de superficie especí-
fica Blaine). Durante este proceso de trituración, se
agrega un retardante (por lo general un pequeño
porcentaje de yeso) para controlar la rapidez de
fraguado en el momento en que se hidrate el cemen-
to. El polvo fino es el cemento portland.
Hay cuatro compuestos que constituyen más del
90% de peso de cemento portland, a saber: silicato
tricálcico (C~), silicato dicálcico (C2S), aluminio tri-
cálcico (C~) y ferroaluminato tetracálcico (C~).
Cada uno de estos compuestos puede identificarse
en la estructura del clínker de cemento portland
vista al microscopio y cada uno aporta propiedades
características que determinan la mezcla final.
5.2.1 Hidratación del cemento
Cuando se agrega agua al cemento portland, los
compuestos básicos presentes se transforman en
nuevos compuestos por reacciones químicas [ecua-
ción (5.1)]
Silicato tricálcico + agua
-? gel de tobermorita + hidróxido de calcio
Silicato dicálcico + agua
-? gel de tobermorita + hidróxido de calcio
Ferroaluminato tetracálcico + agua
+ hidróxido de calcio (5.1)
-? hidrato de ferroaluminato cálcico
Aluminato tricálcico + agua + hidróxido de calcio
-? hidrato de aluminato tetracálcico
Aluminato tricálcico + agua + yeso
-? monosulfoaluminatos de calcio
Dos silicatos de calcio, que constituyen alrededor
del 75% por peso del cemento portland, reaccionan
con el agua para producir dos nuevos compuestos:
gel de tobermorita el cual no es cristalino e hidróxi-
do de calcio que es cristalino. En la pasta de cemento
completamente hidratada, el hidróxido de calcio
constituye el 25% del peso y el gel de tobermorita,
alrededor del 50%. La tercera y cuarta reacciones en
la ecuación (5.1) muestran cómo se combinan los
otros dos compuestos principales del cemento port-
land con el agua para formar productos de reacción.
En la última reacción aparece el yeso, compuesto
agregado al cemento portland durante la tritura-
ción del clínker para controlar el fraguado.
Cada producto de la relación de hidratación de-
sempeña una función en el comportamiento mecá-
nico de la pasta endurecida. El más importante de
ellos es el compuesto llamado gel de tobermorita, el
cual es el principal compuesto aglomerante de la
pasta de cemento. Este gel tiene composición y
estructura semejantes a la de un mineral natural,
llamado tobermorita, debido a que fue descubierto
en la zona de Tobermory en Escocia. Este gel es una
sustancia dividida, extremadamente fina, con es-
tructura coherente.
El diámetro promedio de un grano de cemento
portland proveniente de la trituración del clínker es
de alrededor de 10 J1ID.Las partículas del produc-
to de hidratación, gel de tobermorita, son del orden
de una milésima de este tamaño. Las partículas de
ese minúsculo tamaño sólo pueden observarse con
la amplificación disponible en un microscopio elec-
trónico. La enorme superficie específica del gel (al-
rededor de 3 millones de cm2 por gramo) produce
fuerzas atractivas entre las partículas, porque los
átomos en cada superficie tratan de completar sus
enlaces insaturados por medio de adsorción. Estas
fuerzas ocasionan que las partículas de gel de tober-
morita se adhieran entre sí y con otras partículas
introducidas en la pasta de cemento. Por tanto, el
gel de tobermorita forma la base de la pasta de
cemento endurecida y del concreto, porque liga o
aglutina entre sí a todos los componentes.
5.2.2 Efectos de los compuestos
del cemento portland
Cada uno de los cuatro compuestos principales del
cemento portland contribuyen en el comportamien-
to del cemento, cuando pasa del estado plástico al
endurecido después de la hidratación. El conoci-
miento del comportamiento de cada uno de los
compuestos principales durante la hidratación per-
mite ajustar las cantidades de cada uno durante la
fabricación, para producir las propiedades desea-
das en el cemento.
El silicato tricálcico (C3S) es el que produce la
alta resistencia inicial del cemento portland hidra-
tado. Pasadel fraguado inicial al final en unas cuan-
tas horas. La reacción del C3Scon agua desprende
una gran cantidad de calor (calor de hidratación).
La rapidez de endurecimiento de la pasta de cemen-
to está en relación directa con el calor de hidra-
tación; cuanto más rápido sea el fraguado, tanto
mayor será la exotermia. El C3Shidratado alcanza
gran parte de su resistencia en siete días
Materiales paraconstrucción . 5.3
El silicato dicálcico (C2S) se encuentra en tres
formas diferentes designadas alfa, beta y gamma.
Dado que la fase alfa es inestable a la temperatura
ambiente y la fase gamma no muestra endureci-
miento al hidratada, sólo la fase beta es importante
en cemento portland.
El C2Sbeta requiere algunos días para fraguar.
Es el causante principal de la resistencia posterior
de la pasta de cemento portland. Debido a que la
reacción de hidratación avanza con lentitud, hay un
bajo calor de hidratación. El compuesto C2Sbeta en
el cemento portland desarrolla menores resistencias
hasta después de 28 días; sin embargo, aumenta
gradualmente, alcanzando una resistencia similar a
la del C3S.
El aluminato tricálcico (CJÁ,)presenta fraguado
instantáneo al hidratado. Es el causante primario
del fraguado inicial del cemento portland y des-
prende grandes cantidades de calor durante la hi-
dratación. El yeso agregado al cemento portland
durante la trituración o molienda en el proceso de
fabricación, se combina con el CJÁ,para controlar el
tiempo de fraguado. El compuesto CJÁ, muestra
poco aumento en la resistencia después de un día.
Aunque el CJÁ,hidratado, por sí solo, produce una
resitencia muy baja, su presencia en el cemento
portland hidratado produce otros efectos importan-
tes. Un aumento en la cantidad de CJÁ,en el cemento
portland ocasiona un fraguado más rápido y tam-
bién disminuye la resistencia del producto final al
ataque de los sulfatos.
El ferroaluminato tetracálcico (C4AF) es seme-
jante al CJÁ" porque se hidrata con rapidez y sólo
desarrolla baja resistencia. No obstante, al contrario
de CJÁ" no muestra fraguado instantáneo.
La velocidad de hidratación es afectada, además
de la composición, por la finura de molienda, la
cantidad de agua agregada y las temperaturas de
los componentes al momento de mezclados. Para
lograr una hidratación más rápida, los cementos se
trituran hasta dejados muy finos. El aumento inicial
en la temperatura y la presencia de una cantidad
suficiente de agua también aceleran la rapidez de
reacción.
5.2.3 Especificaciones para el cemento
portland
Los cementos portland, por lo general, se fabrican
en cinco tipos, cuyas propiedades se han normali-
5.4 . Seccióncinco
zado sobre la base de la Especificación ASTM de
Normas para el Cemento Portland (C150). Los tipos
se distinguen según los requisitos tanto químicos
como físicos. En la tabla 5.1 se muestran algunos
requisitos, resumidos de la ASTM C150. La mayoría
de les cementos superan con amplio margen los
requisitos de resistencia de la especificación.
El cemento tipo 1, para usos generales, es el que
más se emplea para fines estructurales cuando no
se requieren las propiedades especiales especifica-
das para los otros cuatro tipos de cemento.
El cemento tipo 11, modificado para usos gene-
rales, se emplea cuando se prevé una exposición
moderada al ataque por sulfatos o cuando se requie-
re un moderado calor de hidratación. Estas carac-
terísticas se logran al imponer limitacil?nes en el
contenido de C3A y C3S del cemento. El cemento
tipo 11adquiere resistencia con más lentitud que
el tipo 1;pero al final de cuentas, alcanza la misma
resistencia. El cemento tipo 11,cuando se satisfacen
los requisitos químicos opcionales, como se indica
en la tabla 5.2, se puede utilizar como cemento de
bajo contenido de álcali en presencia de agregados
reactivos al álcali en concretos.
El cemento tipo 111, de alta resistencia inicial,
es recomendable cuando se necesita una resisten-
cia temprana en una situación particular de cons-
trucción. El concreto hecho con el cemento tipo m
desarrolla en 7 días una resistencia igual a la desa-
rrollada en 28 días por concretos hechos con cemen-
to tipo I o tipo 11.Esta alta resistencia inicial se logra
al aumentar el contenido de C3S y de C3A en el
cemento y al molerlo más fino. Las especificaciones
no exigen un mínimo de finura, pero se advierte un
límite práctico cuando las partículas son tan dimi-
nutas, que una cantidad muy pequeña de humedad
prehidratará el cemento durante el almacenamiento
y manejo. Dado que el cemento tipo m tiene un gran
desprendimiento de calor, no se debe usar en cola-
dos masivos. Con un 15%de C3Apresenta una mala
resistencia a los sulfatos. El contenido de C3Apuede
limitarse al 8% para obtener una resistencia mode-
rada a los sulfatos, o a 5% cuando se requiere alta
resistencia.
El cemento tipo IV, de bajo calor de hidratación,
se ha desarrollado para usarse en concreto masivo.
Si se utiliza cemento tipo I en colados masivos que
no puedan perder calor por radiación, el cemento
libera suficiente calor durante la hidratación au-
mentando la temperatura del concreto hasta unos
50. o 60.F. Esto causa un aumento relativamente
grande de las dimensiones mientras el concreto está
todavía en estado plástico; posteriormente, su en-
friamiento diferencial después de endurecer ocasio-
na que se produzcan grietas por contracción. El bajo
calor de hidratación en el cemento tipo IV se logra
limitando los compuestos que más influyen en la
formación de calor por hidratación, o sea, C~ y C3S.
Dado que estos compuestos también aportan la
resistencia inicial de la mezcla de cemento, allimi-
tarlos se tiene una mezcla que gana resistencia con
lentitud. El calor de hidratación del cemento tipo IV
suele ser más o menos 80% del de tipo 11,65% del
de tipo I y 55%del de tipo m después de la primera
semana de hidratación. Los porcentajes son un poco
mayores después de más o menos un año.
El cemento tipo V, resistente a los sulfatos se
especifica cuando hay una exposición intensa a los
sulfatos. Las aplicaciones típicas comprenden las
estructuras hidráulicas expuestas a aguas con alto
contenido de álcalis y en estructuras expuestas al
agua del mar. La resistencia al sulfato del cemento
tipo V se logra minimizando el contenido de C3A,
pues este compuesto es el más susceptible al ataque
por sulfatos.
Los cementos tipo IV y V son especiales y los
mayoristas de materiales de construcción no suelen
tenerlos en existencia. Por lo general, se deben soli-
citar por anticipado al fabricante cuando se trata de
obras grandes.
Los cementos portland con aire retenido
(ASTM C226) son para la producción de concreto
expuesto a intensas heladas. Estos cementos se fa-
brican en los tipos 1, 11Ym, pero no en los IV y V.
Cuando el fabricante ha agregado un agente retene-
dor de aire al cemento, éste se designa tipo lA, IIA
omA.
5.3 Otros tipos de cementos
hidráulicos
Aun cuando los cementos portland (Sec. 5.2) son los
cementos hidráulicos modernos más comunes, hay
otras varias clases en uso en la actualidad.
5.3.1 Cementos aluminosos
Estos cementos se preparan fundiendo una mezcla
de materiales aluminosos y calcáreos (generalmen-
te bauxita y piedra caliza) y triturando el producto
Materiales paraconstrucción
. 5.5
TABLA5.1
Requisitos químicos y físicos para cemento portland"
Tipo: IyIA H YHA III YIIIA
IV V
Nombre: Uso Modificado Alta resis- Calor Resistente
general
tencia inicial
bajo
a sulfatos
C35, máx %
35
C35, mín %
40
C0, máx %
8 15 7 5
5iOü mín %
20
Ah03, máx %
6
F03, máx %
6 6.5
MgO, máx %
6 6 6 6 6
503, máx %
Cuando C0::;; 8%
3 3 3.5 2.3 2.3
Cuando C3A> 8%
3.5 4.5
C4AF + 2(C0), máx %
25
Finura, superficie específica, m2/kg
Promedio mín,
160 160 160 160
por turbidímetro
Promedio mín, por prueba
280 280 280 280
de permeabilidad del aire
Resistencia a compresión, psi, cubos
de mortero de 1 parte de cemento
por 2.75 de arena estándar graduada
después de:
1 día mín
Estándar 1800
Obstrucción de aire 1450
3 días mín
Estándar 1800 1500 3500 1200
Obstrucción de aire 1450 1200 2800
7 días mín
Estándar 2800 2500 1000 2200
Obstrucción de aire 2250 2000
28 días mín
Estándar 2500 3000
.ConbaseenrequisitosdeStandardSpecificntion for PortlandCement,ASlM Cl50. Enla última edición de Cl50 véanse excepciones,
opcionesy cambiosde requisitos.
5.6 . Seccióncinco
TABLA5.2 Requisitos quúnicos opcionales para cemento portland*
v
0.60
'Estos requisitos opcionales se aplican sólo si se piden espedficamente. Debe verificarse su dispolÚbilidad.
tPara uso cuando se requiere moderado calor de hidrataci6n.
tCemento de bajo álcali. Este límite puede especificarse cuando el cemento se vaya a usar en concreto con agregados perlÚciosamente
reactivos. Véase Standard Specificationfor ConcreteAggregates, ASIM C33.
resultante hasta obtener un polvo fino. Estos cemen-
tos se caracterizan por sus propiedades de rápido
endurecimiento y alta resistencia desarrollados en
los primeros curados. La tabla 5.3 muestra las resis-
tencias relativas de cubos de 4 in de concreto 1:2:4
hecho con cemento portland normal, cemento por-
tland de alta resistencia inicial y cemento aluminoso.
En vista que el cemento aluminoso libera rápi-
damente una gran cantidad de calor durante la
hidratación, debe tenerse cuidado de no utilizar el
cemento en lugares donde no se pueda disipar calor.
Por lo general no es deseable para colocar concre-
tos de cemento aluminoso en coladas de más de 12
in, de otro modo la elevación de la temperatura
puede ocasionar un grave debilitamiento del con-
creto.
~os cementos aluminosos son mucho más resis-
tentes a la acción de aguas sulfatadas de lo que son
los cementos portland. También son mucho más
resistentes que los cementos de silicatos al ataque
de aguas que contengan el agresivo dióxido de
carbono o ácidos minerales débiles. Su principal uso
está en concretos donde se puede aprovechar su
muy alta resistencia inicial o su resistencia a sulfa-
tos, y donde el costo extra del cemento no sea un
factor importante.
Otro uso de los cementos aluminosos está en su
combinación con ladrillo refractario para hacer con-
creto refractario. A medida que aumentan las tempe-
raturas sepresenta la deshidratación de los productos
de hidratación. Por último, estos compuestos crean
un enlace cerámico con los agregados.
5.3.2 Cemento portland blanco
Estos cementos producen morteros de color blanco
brillante para uso en aplicaciones arquitectónicas.
TABLA5.3 Resistencias relativas de concreto hecho de cementos aluminosos portland*
.Adaptado de F. M. Lea, Chnnístry 01 Cement and Concrete, S1. Martin's Press, New York.
Tipo de cemento lyIA 11YllA rnyIIIA
IV
Aluminato de tricalcio (C) máx %
Para resistencia moderada a sulfatos 8
Para alta resistencia a sulfatos 5
Suma de silicato de tricalcio 58
y aluminato de tricalcio, máx%t
Álcalis (Na20 + 0.685K2O),
0.60 0.60 0.60 0.60
máx%*
Resistencia a la compresión, psi
Días Portland Normal Portland alto inicial Aluminoso
1 460 790 5710
3 1640 2260 7330
7 2680 3300 7670
28 4150 4920 8520
56 4570 5410 8950
Para obtener este color blanco en el cemento es
necesario utilizar materia prima con bajo contenido
de óxido de hierro, usar combustible sin pirita y
calcinar a una temperatura arriba de la necesaria
para el cemento portland normal. Las propiedades
físicas generalmente satisfacen los requisitos de un
cemento portland tipo I.
5.3.3 Cementos naturales
Los cementos naturales se forman calcinando una
mezcla natural de sustancias calcáreas y arcillosas a
una temperatura abajo de aquella en que tiene lugar
la sinterización. La "Especificación para cemento
natural", ASTM CIO, exige que la temperatura no
sea más alta de lo necesario para desprender el gas
de ácido carbónico. Como los cementos naturales se
derivan de materiales que se presentan en forma
natural y no se hace un esfuerzo especial para ajus-
tar la composición, tanto la composición como las
propiedades varían en una forma más bien amplia.
Algunos cementos naturales pueden ser casi equi-
valentes en propiedades al cemento portland; otros
son mucho más débiles. Los cementos naturales se
utilizan principalmente en morteros para albañile-
ría y como agregado en concretos de cemento por-
tland.
5.3.4 Cales
Se hacen principalmente de óxido de calcio (CaO),
que se presenta en forma natural en piedra caliza,
mármol, greda, coral y conchas. En construcción, se
utilizan por lo general en morteros y se obtienen al
extraer agua de materiales naturales. Sus propieda-
des aglutinantes se deben a la reabsorción del agua
expulsada y a la formación de los mismos compues-
tos químicos de los que se componía la materia
prima original.
La cal hidráulica se hace al calcinar piedra caliza,
que contenga sílice y alúmina, a una temperatura
un po.co-inferior a la de fusión incipiente. En el
apagado (hidratación), se suministra sólo el agua
suficiente para hidratar la cal libre y formar sufi-
ciente cal libre (CaO), para permitir la hidratación y
dejar sin hidratar suficientes silicatos de calcio para
dar al polvo seco sus propiedades hidráulicas. De-
bido a su bajo contenido de silicato y alto contenido
Materiales paraconstrucción . 5.7
de cal, las cales hidráulicas son relativamente débi-
les y se usan principalmente en morteros para alba-
ñilería.
La cal viva es el producto de calcinar (hacer
pulverulenta por calentamiento) piedra caliza que
contenga grandes proporciones de carbonato de
calcio (CaC03) y un poco de carbonato de magnesio
(MgC03)' La calcinación evapora el agua de la pie-
dra, calienta ésta a una temperatura suficientemen-
te alta para que ocurra una disociación química y
desprende bióxido de carbono como gas, dejando
los óxidos de calcio y magnesio. El óxido de calcio
resultante (CaO), que recibe el nombre de cal viva,
tiene una gran afinidad para el agua.
La cal viva, destinada para usarse en construc-
ción, debe combinarse primero con la cantidad co-
rrecta de agua para formar una pasta de cal, proceso
que se denomina apagado. Cuando la cal viva se
mezcla con una proporción de dos a tres veces su
peso de agua, el óxido de cal se combina con el agua
para formar hidróxido de calcio y se genera sufi-
ciente calor para que hierva toda la masa. El produc-
to resultante es una suspensión finamente dividida
de hidróxido de calcio (y óxido de magnesio) que,
al enfriarse, se endurece para formar una masilla.
Esta última, tras un periodo de curado, se utiliza
básicamente en morteros para albañilería a los que
imparte una gran facilidad para moldearse. Tam-
bién se puede utilizar como agregado en concretos
para mejorar su moldeo.
Las cales hidratadas se preparan con cal viva
por la adición de una cantidad limitada de agua
durante el proceso de fabricación. La cal hidratada
fue desarrollada para ejercer mejor control sobre
la operación de apagado, al efectuar esto durante la
manufactura y no en el campo de construcción.
Después que el proceso de hidratación deja de pro-
ducir calor, se obtendrá un polvo seco como resul-
tado final.
La cal hidratada se puede utilizar en el campo en
la misma forma que la cal viva, como masilla o
pasta, pero no requiere de un largo periodo de
curado; también se puede mezclar con arena cuan-
do está seca, antes de agregar agua. La cal hidratada
se puede manejar con más facilidad que la cal viva
porque no es tan sensible a la humedad. La plasti-
cidad de morteros hechos con cales hidratadas, aun
cuando es mejor de la que tiene la mayor parte de
los cementos, no es tan alta como la de morteros
hechos con una cantidad equivalente de masilla de
cal viva apagada.
508 . Seccióncinco
5.3.5 Cementos de yeso
El yeso mineral, cuando es puro, está formado de
dihidrato cristalino de sulfato de calcio (CaS04 .
2H20). Cuando se calienta a temperaturas arriba de
212.F pero que no rebasen los 374°F, se desprenden
tres cuartas partes del agua de cristalización. El pro-
ducto resultante, CaS04 . ~H20, llamado yeso mate
o de París, es un polvo fino y blanco. Cuando se
recombina con agua, fragua rápidamente y alcanza
resistencia al secarse al reformar el dihidrato origi-
nal de sulfato de calcio. El yeso mate se utiliza como
yeso para mezcla con cal o para moldear, o se com-
bina con fibra y arena para formar un yeso "cemen-
to". Los yesos tienen un fuerte fraguado y alcanzan
toda su resistencia cuando están secos.
5.3.6 Cementos de oxicloruro
Los cementos de oxicloruro de magnesio se forman
por una reacción entre óxido de magnesio ligera-
mente calcinado (MgO) y una fuerte solución acuo-
sa de cloruro de magnesio (MgCI2)' El producto
resultante es un material aglutinante denso y duro,
con estructura cristalina. Este cemento de oxicloru-
ro, o cemento Sorel, desarrolla mejor ligamento con
agregado que con cemento portland. Muchas veces
se mezcla con agregado de color para hacer compo-
siciones de pisos, o se utiliza para aglomerar virutas
o aserrín de madera en la fabricación de bloques o
losetas para muros divisorios. TIene resistencia mo-
derada al agua pero no debe utilizarse en condicio-
nes de humedad continua. Un cemento similar de
oxicloruro se hace al mezclar óxido de zinc y cloruro
de zinc.
5.3.7 Cementos para albañilería
Los cementos para albañilería, o cementos para
mortero, se fabrican para mezclarse con arena y
emplearse para colocar unidades de albañilería,
como ladrillos, tejas o piedras. Pueden ser uno cual-
quiera de los cementos hidráulicos ya estudiados, o
combinaciones de los mismos en cualquier propor-
ción.
Muchos cementos comerciales para albañilería
son mezclas de cemento portland y piedra caliza
pulverizada, que muchas veces contienen hasta un
50 o 60% de piedra caliza. Se venden en bolsas que
contienen de 70 a 80 lb, cada bolsa con un contenido
nominal de un pie cúbico. El precio por bolsa es por
lo general menor al del cemento portland, pero
debido a que se emplea una bolsa más liviana, el
costo por tonelada es más alto que el del cemento
portland.
Como no hay límites en la composición química
ni en los requisitos físicos, las especificaciones del
cemento para albañilería no son rígidas. Algunos
fabricantes hacen variar ampliamente la composi-
ción, dependiendo de la competencia, condiciones
climáticas o disponibilidad de materiales. Las pro-
piedades de los morteros resultantes pueden variar
bastante.
5.3.8 Cenizas finas
La ceniza fina que satisface la norma de la ASTM
C618, "Especificación para ceniza fina y puzolana
natural calcinada o en bruto para uso como agrega-
do mineral en concreto de cemento portland", se
utiliza generalmente como material cementoso y
como agregado.
Las puzolanas naturales se derivan de algunas
tierras diatomáceas, horstenos y esquistos opalinos,
y otros materiales. Si bien es cierto que forman parte
de una designación ASTM común con las cenizas
finas, no se encuentran tan fácilmente como estas
últimas y por lo tanto no generan el mismo nivel de
interés o investigación.
Las cenizas finas se producen por combustión de
carbones, generalmente en plantas de generación
eléctrica. La ceniza que en forma normal sería ex-
pulsada por una chimenea se retiene por diferentes
medios, como por ejemplo precipitadores electros-
táticos. La ceniza fina se puede clasificar por tama-
ños antes de enviarse a fabricantes de concretos.
Todas las cenizas finas poseen las propiedades
de las puzolanas, o sea que tienen la capacidad de
reaccionar con hidróxido de calcio a temperaturas
ordinarias para formar compuestos con propieda-
des cementosas. Cuando se mezcla cemento con
agua ocurre una reacción química (hidratación); el
producto de esta reacción es el hidrato de silicato de
calcio (CSH) y el hidróxido de calcio [Ca(OHh)' Las
cenizas finas tienen altos porcentajes de dióxido de
silicio (Si02). En presencia de humedad, el Ca(OHh
reacciona con el Si02 para formar otro CSH.
Las cenizas tipo F son el resultado de calcinar
antracita o carbones bituminosos y poseen propieda-
des puzolánicas. Tanto en investigaciones como en la
práctica se ha demostrado que suelen presentar resis-
tencia al sulfato y reducir expansiones de agregados
de álcali. Las cenizas finas tipo C resultan de calcinar
lignito o carbones subbitwninosos. Debido a las pro-
piedades químicas del carbón, las cenizas finas tipo
Ctienen algunas propiedades cementosas además de
las puzolánicas; también podrán reducir la durabili-
dad de concretos en los que se incorporen.
5.3.9 Humos de sílice (microsílice)
El humo de sílice, o microsílice, es un gas conden-
sado producto de aleaciones de silicio metálico o
ferrosilicio que se obtiene en hornos de arco eléctri-
co. [Aun cuando ambos términos son correctos, el
microsílice (MS) es un nombre menos confuso.] La
norma canadiense CAN/CSA-A23.5-M86, "Mate-
riales cementosos suplementarios", limita el Si02
amorfo a un máximo de 85% y un tamaño extra
grande de 10%. Muchos microsílices contienen más
de 90% de Si02.
El MS tiene un diámetro promedio de 0.1 a 0.2
¡.un,que es alrededor del 1%del tamaño de partícula
del cemento portland. Debido a este tamaño tan
pequeño, no es posible utilizar el MS en su forma
bruta. Los fabricantes lo suministran ya sea densifi-
cado, en un lodo (con o sin agregados reductores de
agua), en pastillas o esferillas. El MS densificado o
el de Iodos se pueden utilizar en concretos; el de
pastillas o esferillas se densifica al punto de que no
se rompe durante la mezcla.
Debido a su tamaño muy pequeño, el MSimpar-
te varias propiedades útiles al concreto: aumenta
mucho su resistencia a largo plazo, reacciona en for-
ma muy eficiente con el Ca(OHh y crea un material
benéfico en lugar de un producto de desecho. El MS
se utiliza generalmente en concreto con una resis-
tencia de diseño de más de 12 000 psi. Comunica al
concreto mayor resistencia a sulfatos, y reduce en
forma considerable la permeabilidad del concreto.
Del mismo modo, su pequeño tamaño permite al
MS tapar físicamente grietas pequeñas y aberturas
diminutas.
5.4 Morteros y lechadas
Los morteros se hacen de cemento, agregado fino
(arena) yagua. Se utilizan para la erección de uni-
Materialesparaconstrucción. 5.9
dades de albañilería, yesos y masillas y, con la adi-
ción de agregados gruesos, para concretos. Las pro-
piedades de los morteros varían grandemente,
dependiendo de las propiedades del cemento que
se utilice, de la proporción entre cemento y arena,
de las características y granulometría de la arena,
y de la proporción entre agua y sólidos.
Las lechadas son semejantes a los morteros en
composición, pero las mezclas se proporcionan para
obtener, antes del fraguado, una consistencia de
fluidez sin segregación de los componentes.
5.4.1 Empaque y proporción
de morteros
En general, los morteros están proporcionados por
volumen. Una especificación común es que no más
de 3 ff de arena se utilicen con 1 ff de material
cementoso. A veces hay dificultades para determi-
nar exactamente cuánto material constituye un pie
cúbico: una bolsa de cemento (94 lb), por convenio,
se denomina pie cúbico al hacer proporciones de
morteros o concretos, pero se puede utilizar un pie
cúbico real de masilla de cal al hacer proporciones
de morteros. Como las cales hidratadas se venden
en bolsas de 50 lb (Sec. 5.3.4), cada una de las cuales
tiene un poco más de un pie cúbico de masilla, pesos
de 40, 42 Y45 lb de cal hidratada se han utilizado
como un pie cúbico en estudios de laboratorio, pero,
en el trabajo, se utiliza con frecuencia una bolsa
como pie cúbico. Los cementos para albañilería se
venden en bolsas que contienen de 70 a 80 lb (Sec.
5.3.7), y una bolsa se considera como un pie cúbico.
5.4.2 Propiedades de morteros
En la tabla 5.4 aparecen los tipos de morteros como
guía en la selección para unidad de albañilería.
La facilidad de ser trabajable es una propiedad
importante de los morteros, en particular de los que
se emplean junto con una unidad de albañilería de
alta absorción. La propiedad de ser trabajable se
controla mediante el carácter del cemento y la can-
tidad de arena. Por ejemplo, un mortero hecho de 3
partes de arena y 1 parte de masilla de cal apagada
será más trabajable que una hecha de 2 partes de
arena y 1parte de cemento portland. Pero el mortero
de 3:1 tiene menor resistencia. Mediante la correcta
selección o mezcla de materiales cementosos, se
Promedio mínimo de
resistencia a compresión de 3
cubos de 2 in a 28 días, psi
2500
1800
750
350
75
2500
2500
obtiene generalmente un término medio satisfacto-
rio, o sea un mortero de adecuada resistencia y
facilidad de ser trabajable.
Retención de agua es la proporción entre fluidez
después de 1 minuto de succión estándar y la flui-
dez antes de la succión -se utiliza como índice de
la facilidad de los morteros para ser trabajables. Un
alto valor de retención de agua se considera desea-
ble para la mayor parte de los propósitos, pero hay
una amplia variación en la retención de agua en
morteros hechos con proporciones variables de ce-
mento y cal y con cales variables. La "Especificación
estándar para morteros para unidad de albañile-
ría", ASTM C270, exige que el mortero se mezcle a
una fluidez inicial de 100 a 115, como se determina
por el método de prueba de la ASTM C109, para
tener una fluidez después de succión de por lo
menos 75%.
La resistencia del mortero se utiliza con frecuen-
cia como requisito de especificación, aun cuando
tiene poca relación con la resistencia de albañilería.
(Véase, por ejemplo, la ASTM C270, C780 YC476.)
La resistencia del mortero es afectada principal-
mente por la cantidad de cemento en la matriz.
Otros factores de importancia son la proporción de
arena y material cementoso, condiciones de curado
y edad cuando se prueba.
El cambio de volumen de morteros constituye
otra propiedad importante. El cambio normal de
volumen (como se distingue por la inexactitud)
puede considerarse como la contracción durante el
endurecimiento tempranero, contracción en el seca-
do, expansión en el mojado y cambios debidos a la
temperatura.
Una vez secos, los morteros se dilatan otra vez
cuando se mojan. El mojado y secado alternados
producen dilatación y contracción alternadas que,
en apariencia, continúa en forma indefinida con
morteros de cemento portland.
Los coeficientes de expansión térmica de varios
morteros, reportados en "Cambios de volumen en
materiales de ladrillo para albañilería", revista de
investigación de la National Bureau of Standards,
vol. 6, p. 1003, varían de 0.38 x 10-5a0.60 x 10-5para
morteros de cemento para albañilería; de 0.41 x 10-5
a 0.53 x 10-5para morteros de cal, y de 0.42 x 10-5a
0.61 x 10-5para morteros de cemento. La composi-
ción de los materiales cementosos aparentemente
tiene poco efecto en el coeficiente de expansión
térmica de un mortero.
5.4.3 Morteros de alta adhesión
Cuando al mortero se agregan materiales poliméri-
cos, como el butadieno de estireno y cloruro de
polivinilideno, aparecen fuerzas de adhesión, com-
presión y de corte grandemente aumentadas. Para
obtener alta resistencia, los otros materiales, inclu-
yendo arena, agua, cemento portland tipo 10m, y
un aditivo para facilidadde ser trabajable, comopor
ejemplopiedra caliza triturada y pulverizada opol-
5.10 . Sección cinco
TABLA5.4 TIpos de mortero
Partes Eor Volumen
TIpo de Cemento
Cemento de Cal hidratada
Agregado medido
mortero portland mampostería o cal apaada húmedo y suelto
M 1 1
1 14
S 1'2 1
1 Más de 14a 1'2 No menos de 2lt. ni
N 1
más de 3 veces la
1 Más de 1'2a 114
suma de los
O 1
volúmenes de los
1 Más de 114a 21'2
cementos y cales
K 1 Más de 21'2a 4
utilizados
PL 1 14al'2
PM 1 1
vo de mármol, deben ser de calidad igual a la de los
ingredientes del mortero estándai'. La alta resisten-
cia del mortero hace posible que la mampostería
resista considerables esfuerzos de flexión y de trac-
ción. Esto hace posible la construcción de paredes
más delgadas y la preinstalación de paneles de
media asta que se pueden erigir en el lugar.
5.5 Tipos de concreto
Un concreto puede ser cualquiera de varios mate-
riales manufacturados, semejantes a la piedra, com-
puestos de partículas llamadas agregados que se
seleccionan y clasifican en tamaños especificados
para una construcción, generalmente con una parte
importante retenida en un tamiz núm. 4 (4.75 mm),
y que se pegan mediante uno o más materiales
cementosos para formar una masa sólida.
El término" concreto", cuando se usa sin adjetivo
modificador, de ordinario indica el producto forma-
do por una mezcla de cemento portland, arena,
grava o piedra triturada, yagua. Hay, sin embargo,
muchos tipos diferentes de concreto. Algunos se
distinguen por los tipos, tamaños y densidades de
agregados; por ejemplo, concretos para fibra de ma-
dera, peso ligero, peso normal o de alto peso. Los
nombres de otros pueden indicar el tipo de agluti-
nante que se utilice; por ejemplo, cemento hidráuli-
co mezclado, cemento natural, polímero o concreto
bituminoso (asfáltico).
Los concretos son similares en composición a los
morteros (Sec. 5.4) que se utilizan para pegar una
unidad de mampostería, pero los morteros se hacen
generalmente con arena como único agregado, en
tanto que los concretos contienen agregados finos y
agregados de mayor tamaño y con esto alcanzan
mayor resistencia. Los concretos, por lo tanto, tie-
nen campos mucho más amplios de aplicaciones
estructurales, incluyendo pavimentos, cimentacio-
nes, tubos, unidades de mampostería, losetas para
pisos, viguetas, columnas, paredes, presas y estan-
ques.
Para el diseño de una mezcla de concreto, los
ingredientes se especifican para alcanzar objetivos
especificos, tales como resistencia, durabilidad, resis-
tencia a la abrasión, bajo cambio de volumen y costo
mínimo. Los ingredientes se mezclan para asegurarse
que los agregados gruesos, o de gran tamaño, se en-
cuentren uniformemente distribuidos, que los agre-
gados finos llenen los huecos entre los agregados más
Materialesparaconstrucción. 5.11
grandes y que todos se encuentren cubiertos por el
cemento. Antes que comience la acción del cemento,
la mezcla es plástica y se puede apisonar o moldear
para darle las formas deseadas. Las prácticas reco-
mendadas para medir, mezclar, transportar, colocar
y probar concretos están promulgadas por organiza-
ciones como el American Concrete Institute (ACI) y
la American Association of State Transportation and
Highway Officials (AASHTO).
Los concretos se pueden clasificar como flexibles
o rígidos. Estas características están determinadas
principalmente por los materiales cementosos que
se utilizan para aglutinar los agregados.
5.5.1 Concretos flexibles
Por lo general se utilizan concretos bituminosos, o
asfálticos, cuando se desea un concreto flexible. Los
concretos flexibles tienden a deformarse plástica-
mente bajo cargas pesadas o cuando se calientan. El
principal uso que se hace de tales concretos es para
pavimentos.
Los agregados que generalmente se utilizan son
arena, grava o piedra triturada y polvo mineral, y
el aglutinante es cemento asfáltico, que es un asfalto
especialmente refinado para este propósito. El ce-
mento asfáltico, que es semisólido a temperatu-
ras normales, se puede calentar hasta licuarlo para
aglutinar los agregados. Los ingredientes suelen
mezclarse mecánicamente en una máquina "revol-
ved ora" que tiene pares de álabes que giran en
direcciones opuestas. Cuando la mezcla está toda-
vía caliente y plástica, se puede extender a un grosor
especificado y darle forma con una máquina pavi-
mentadora y compactarla con un rodillo, o apiso-
narla hasta darle la densidad deseada. Cuando la
mezcla se enfría, se endurece lo suficiente para re-
sistir cargas pesadas.
A una mezcla de concreto asfáltico se puede
agregar azufre, caucho o cal hidratada para mejorar
el rendimiento del producto.
5.5.2 Concretos rígidos
Los concretos rígidos ordinarios se preparan con
cemento portland, arena y piedra o grava triturada.
Las mezclas contienen agua para hidra tar el cemen-
to para aglutinar los agregados en una masa sólida.
Estos concretossatisfacen los requisitos de especifi-
5.12 . Seccióncinco
caciones de normas como la ASTM C685 "Concreto
hecho por dosificación volumétrica y mezcla conti-
nua", o la C94 "Concreto mezclado listo para usar-
se". A la mezcla se pueden agregar sustancias que
se denominan aditivos, para alcanzar propiedades
específicas tanto de la mezcla como del concreto
endurecido. El ACI publicó una práctica recomen-
dada para medir, mezclar, transportar y colocar
concreto.
Otros tipos de concretos rígidos comprenden
concretos clavables, concretos aislantes, concretos
de gran peso, concretos livianos, concretos reforza-
dos con fibra, con incrustaciones cortas de acero o
fibras de vidrio para resistencia a fatigas de tracción,
concretos de polímeros y puzolanas, para mejorar
varias propiedades de concretos, y concretos de
humos de sílice, para alta resistencia. Los concretos
con retenciones de aire, que contienen diminutas
burbujas de aire deliberadamente creadas, se pue-
den considerar como variantes del concreto ordina-
rio si se apegan a las normas ASTM C685 o C94 (ver
también Subsec. 5.6.)
Debido a que el concreto ordinario es mucho más
débil en tensión que en compresión, por lo general
está reforzado o prefatigado con un material mucho
más fuerte, como es el acero, para resistir la tensión.
El uso de concreto sencillo, no reforzado, se restrin-
ge a estructuras en las que los esfuerzos de tensión
son pequeños, como en el caso de presas, cimenta-
ciones pesadas y paredes de unidades de mampos-
tería.
5.6 Concretos de cemento
portland
El concreto es una mezcla de cemento portland,
agregado fino, agregado grueso, aire yagua. Es un
material temporalmente plástico que se puede colar
o moldear y, más tarde, se convierte en una masa
sólida por reacción química. El usuario del concreto
desea resistencia adecuada, facilidad de colocación
y durabilidad, al mínimo costo. El proyectista de
concreto puede variar las proporciones de los cinco
componentes dentro de límites amplios, para lograr
esos objetivos. Las variantes principales son la rela-
ción agua-cemento, la proporción cemento-agrega-
dos, tamaño del agregado grueso, proporción entre
agregado fino y agregado grueso, tipo de cemento
y uso de aditivos.
Algunas relaciones básicas establecidas y resul-
tados de pruebas de laboratorio proporcionan in-
fomación para diseñar las mezclas de cemento
adecuadas. En las publicaciones ACI 211.1, Recom-
mended Practicelor Selecting Proportions lor Normal
and Heavyweight Concrete, y ACI 211.2, Recommended
Practicelor Selecting Proportionslor Structural Light-
weight Concrete, American Concrete Institute, P. O.
Box 19150, Redford Station, Detroit, Mich. 48219, se
pueden obtener datos del diseño de mezlas bajo una
gran variedad de condiciones específicas.
5.6.1 Agregados para concretos
de cemento portland
El término "agregado" es amplio y comprende pie-
dras-bola, pedruscos, piedra triturada, grava, esco-
ria de alto horno enfriada por aire, arenas nativas y
manufacturadas, y agregados de peso ligero manu-
facturados y naturales. Los agregados se pueden
describir más por sus respectivos tamaños.
Agregados de peso normal _ Típicamen-
te, estos agregados tienenpesos específicosde entre
2.0 y 3.0. En general; se distinguen por su tamaño
en la forma siguiente:
Piedras-bola
Mayores de 6 in
De6a3in Pedruscos
Agregado grueso De 3 in a tamiz núm. 4
Agregado fino Tamiz núm. 4 a tamiz
núm. 200
Relleno mineral
Material que pase por el tamiz
núm. 200
Empleados en la mayor parte de las construcciones
de concreto, los agregados de peso normal se obtie-
nen de lechos secos de ríos o al extraer y triturar
material de formaciones. El concreto hecho con fi-
nos de peso normal y agregados gruesos pesa alre-
dedor de 1441b/fF.
Las piedras-bola y los pedruscos no se utilizan
tal como se extraen, sino que son triturados hasta
obtener los diversos tamaños de agregado grueso y
arenas manufacturadas y relleno mineral. Las gra-
vas y arenas en estado natural se obtienen por ac-
ción del agua y desgaste en glaciares y depósitos de
ríos. Estos materiales tienen superficies tersas, re-
dondas, y distribuciones de tamaño de partículas
que requieren de un procesamiento mínimo. Estos
materiales se pueden obtener en granulometrías ya
sea gruesa o de agregados finos.
Los agregados finos pasan el 100%de su material
por un tamiz de :}¡¡ de pulgada; los agregados grue-
sos retienen la mayor parte del material en un tamiz
núm. 4.
Los agregados comprenden alrededor del 75%
del volumen de una mezcla típica de concreto. La
limpieza, estabilidad de volumen, resistencia y for-
ma de la partícula son importantes en cualquier
agregado. Los agregados se consideran limpios si
no tienen exceso de arcilla, sedimento, mica, ma-
teria orgánica, sales químicas y granos cubiertos.
Un agregado es físicamente estable en volumen si
retiene estabilidad dimensional bajo cambios de
temperatura o humedad y resiste la intemperie sin
descomposición. Para ser considerado adecuado en
resistencia, un agregado debe ser capaz de aprove-
char toda la fuerza de la matriz de cemento. Cuando
la resistencia al desgaste sea importante, el agrega-
do debe ser duro y tenaz.
Se han desarrollado varios procesos para mejo-
rar la calidad de los agregados que no satisfagan las
especificaciones deseadas. Se puede utilizar el lava-
do para eliminar recubrimientos de las partículas o
para cambiar la granulometría del agregado. Para
mejorar los agregados gruesos se puede emplear la
separación de elementos pesados, mediante un lí-
quido de gravedad específica variable como es una
suspensión de agua y magnetita finamente molida
y ferrosilicio. El material no deseable de peso ligero
se elimina por flotación, y las partículas pesadas
se asientan. La separación por vibración hidráulica,
donde las partículas más ligeras son llevadas hacia
arriba por pulsaciones causadas por aire o por dia-
fragmas de hule, también es un medio para separar
las partículas más ligeras. Las partículas suaves
y desmenuzables se pueden separar de las duras
y elásticas por un proceso llamado fraccionamiento
elástico. Los agregados se dejan caer en una superfi-
cie inclinada de acero endurecido, y su calidad se
mide por la distancia que rebotan.
Los agregados que contienen ciertas formas de
sílices o carbonatos pueden reaccionar con los álca-
lis presentes en el cemento portland (óxido de sodio
y óxido de potasio). El producto de reacción agrieta
el concreto o puede crear ampollas en la superficie
del concreto. La reacción es más pronunciada cuan-
do el concreto está en un medio caliente y húmedo.
Materialesparaconstrucción. 5.13
La reactividad potencial de un agregado con
álcalis se puede determinar ya sea mediante prueba
química (ASTM C289) o por el método de barra de
mortero (ASTM C227); este último método es una
prueba más rigurosa y proporciona resultados más
confiables, pero requiere un tiempo mucho más lar-
go para realizarse.
La dureza de un agregado grueso se mide por
las pruebas de abrasión de Los Angeles, ASTM
C131 o C595. Estas pruebas rompen el agregado al
impactarlo con bolas de acero en un tambor de la
misma aleación. La descomposición resultante no
está directamente relacionada con la abrasión que
un agregado recibe en servicio, pero los resultados
pueden estar relacionados en forma empírica.
La estabilidad de volumen de un agregado se
mide mediante la prueba ASTM C88 "Test Method
for Soundness of Aggregates by Use of Sodium
Sulfate or Magnesium Sulfate". Esta prueba mide la
cantidad de degradación del agregado cuando se
expone a ciclos alternados de mojado y secado en
una solución de sulfato.
La forma de partícula tiene un efecto importante
en las propiedades del concreto. La arena y grava
naturales tienen una forma de partícula redonda y
tersa. El agregado triturado (grueso o fino) puede
tener formas que son planas y alargadas, angulares,
cúbicas, semejantes a discos o a barras. Estas formas
resultan según el equipo de trituración que se utilice
y de la mineralogía del agregado. La angularidad y
elongación (alargamiento) extremas aumentan la
cantidad de cemento necesario para dar resistencia,
producen dificultad en el acabado y aumentan el
esfuerzo necesario para bombear el concreto. Las
partículas planas y alargadas también aumentan la
cantidad necesaria de agua para la mezcla.
El aglutinarniento entre partículas angulares es
mayor que entre las tersas. Las partículas angulares,
debidamente graduadas, pueden aprovechar esta
propiedad y reducir el aumento de agua necesaria
para obtener concreto con contenido de cemento y
resistencia igual a la de una mezcla de piedra tersa.
La resistencia a congelamiento y deshielo es
afectada por la estructura de poros, absorción,
porosidad y permeabilidad del agregado. Los
agregados que se saturen en forma crítica y luego
se congelen no pueden tener espacio para la ex-
pansión del agua congelada. Datos empíricos
muestran que el deterioro por congelación y des-
hielo del concreto es ocasionado por agregados
gruesos, no finos. Un método prescrito en "Test
5.14 . Seccióncinco
Method for Resistance of Concrete to Rapid Free-
zing and Thawing", ASTM C666, mide la ope-
ración del concreto por cambios de peso, una
reducción en el módulo dinámico de elasticidad,
y aumentos en la longitud de la muestra.
Los tiempos erráticos de fraguado y de rapidez
de endurecimiento pueden ser ocasionados por im-
purezas orgánicas de los agregados, principalmente
de la arena. La presencia de estas impurezas puede
investigarse por un método dado en "Test Method
for Organic Impurities in Fine Aggregates for Con-
crete", ASTM C40.
Las ampollas y la reducida durabilidad pueden
ser ocasionadas por partículas suaves, terrones de
arcilla de horsteno y otras partículas desmenuza-
bles, carbón, lignito, u otros materiales de peso
ligero en los agregados. El carbón y el lignito tam-
bién pueden ocasionar manchas de superficies ex-
puestas del concreto.
La estabilidad de volumen se refiere a la suscep-
tibilidad del agregado a la expansión cuando se
calienta, o a expansiones y contracciones cíclicas al
secarse y saturarse. Los agregados que son suscep-
tibles a cambios de volumen debidos a la humedad
deben evitarse.
La granulometría y el tamaño máximo de los
agregados son importantes debido a su efecto en la
dosificación, trabajabilidad, economia, porosidad y
contracción del concreto. La distribución del tama-
ño de partículas se detennina por separación con
una serie de tamices estándar. Los tamices estándar
utilizados son los núms. 4, 8, 16,30, 50 Y100, para
agregado fino, y 6, 3, 1~, ~ y:}f¡in Ynúm. 4 para agre-
gado grueso
El módulo de finura (E M.) es un índice para
describir lo fino o grueso del agregado. El módulo
de finura de una arena se calcula sumando los
porcentajes retenidos acumulados en las seis mallas
estándar y dividiendo la suma entre 100. Por ejem-
plo, la tabla 5.5 muestra un análisis granulométrico
típico de arena.
El módulo de finura no es indicador de granulo-
metria, ya que un número infinito de tamizados
dará el mismo valor para el módulo de finura, pero
da una idea del grosor o finura del material. Los
valores de F.M. de 2.50 a 3.00 son normales.
La norma ASTM C33 indica límites de granulo-
metría de agregados finos y gruesos. Los últimos
aparecen desde tamaño 1 (3~ a 1~ in) a tamaño 8
(:}f¡ a núm. 8). La National Stone Association especi-
fica una graduació.n para arenas manufacturadas
TABLA5.5 Cálculo de módulo de finura
Malla Núm.
Porcentajes
individuales
retenidos
Porcentajes
acumulados
retenidos
4
8
16
30
50
100
Charola
1
18
20
19
18
16
2
100
1
19
39
58
76
92
285
FM. =285/100 =2.85.
que difiere de la del agregado fino en C33 principal-
mente para tamices núm. 100 y 200. La graduación
de la NSA es notoriamente más fina (mayores por-
centajes pasan por cada tamiz). Los materiales finos,
compuestos de partículas angulares, son rocas fi-
nas, al contrario de sedimentos y arcillas de arena
natural, y contribuye a la facilidad de trabajar el
concreto.
Las diversas graduaciones indican tamaños es-
tándar para la producción de agregados y pruebas
de control de calidad. Conducen a la producción de
concreto con propiedades aceptables, pero debe te-
nerse cuidado cuando se utilicen límites estándar
de granulometría individual. Si el número de tama-
ños de agregado es limitado, o no hay suficiente
traslapo entre tamaños de agregado, no se pue-
de obtener un concreto aceptable o económico con
agregados aceptablemente clasificados. La razón de
esto es que la graduación combinada está clasifica-
da por aberturas. La situación ideal es una distribu-
ción de tamaño densa o bien graduada que optimice
el contenido vacío de los agregados combinados. Es
posible, sin embargo, obtener un concreto aceptable
con agregados individuales que no satisfagan los
límites estándar pero que se pueden combinar para
producir una graduación densa.
El material que pasa por el tamiz núm. 200 es
arcilla, sedimento o una combinación de estos dos.
Aumenta la demanda de agua del agregado. Gran-
des cantidades de materiales menores al núm. 200
también pueden indicar la presencia de recubri-
mientos de arcilla en el agregado grueso que dismi-
nuiría el aglutinamiento del agregado a la matriz de
Figura 5.1 Variaciones en los contenidos de agua,
cemento y aire retenido en mezclas de concreto con
tamaños máximos de agregados. La gráfica está ba-
sada en agregados naturales con granulometría pro-
medio, en mezclas con W1arelación agua-cemento de
0.54 por peso, revenimiento de 3 pulgadas y conteni-
do de aire recomendados. (TomadadeConcreteManual,
8th ed. U. S. BureauofReclamation.)
cemento. En la ASTM C117 "Materials Finer than 75
j.J,mSieve in Mineral Aggregates by Washing" se da
un método de prueba.
Los cambios en la granulometría de arena en
límites extremos tiene poco efecto en las resistencias
compresivas de morteros y concretos cuando la
proporción y asentamiento de agua-cemento se
mantienen constantes, pero tales cambios en la gra-
nulometría de la arena ocasionan que el contenido
de cemento varíe inversamente con el módulo de
finura de la arena. Aun cuando este cambio en el
contenido de cemento sea pequeño, la granulome-
tría de la arena tiene gran influencia en la facilidad
de trabajo y calidad del acabado del concreto.
Por lo general, el tamaño del agregado grueso,
se escoge procurando utilizar el mayor que resulte
práctico para un trabajo, siendo el límite superior
normal de 6 in. Como se ilustra en la figura 5.1
cuanto mayor sea el tamaño máximo del agregado
grueso, menos agua y cemento se requerirán para
producir concreto de una calidad dada.
Una gráfica de granulometría es útil para ilustrar
la distribución por tamaños de las partículas tanto
Materiales paraconstrucción . 5.15
en grava corno en arena. En la figura 5.2 se ilustran
curvas de granulometría para arena, grava y agre-
gado combinado; se muestran los límites recomen-
dados y las distribuciones típicas por tamaños.
Agregados ligeros _ Los agregados ligeros
se pueden obtener por expansión de arcilla, esquis-
to, pizarra, perlita, obsidiana y verrniculita por ca-
lor; mediante la expansión de escoria de alto horno
con procesos especiales de enfriamiento; a partir de
yacimientos de piedra pómez, escoria, cenizas vol-
cánicas, toba y diatomita; y de cenizas industriales.
La resistencia del concreto hecho con agregados
ligeros está en función de su peso, que puede variar
desde 35 hasta 1151b/tt3.
Los agregados de peso ligero se pueden dividir
en dos categorías: estructurales y no estructurales.
Los agregados estructurales de peso ligero están
definidos por la ASTM C330 y la C331. Son manu-
facturados (arcilla expandida, esquisto, o pizarra, o
escoria de alto horno) o naturales (escoria o piedra
pómez). Estos agregados producen concretos gene-
ralmente en los límites entre 3000 y 4000 psi de re-
sistencia; se pueden obtener resistencias más altas.
Los agregados comunes de peso ligero no estruc-
turales (ASTM C332) son verrniculita y perlita, aun-
que también se pueden utilizar escoria y piedra
pómez. Estos materiales se emplean en concreto
aislador para amortiguamiento de ruido y para aca-
bados de piso no estructural.
El concreto de peso ligero tiene mejor resistencia
al fuego y mejores propiedades de aislamiento con-
tra el calor y el sonido que el concreto ordinario, .y
ofrece ahorros en soportes estructurales y menos
cimentaciones debido a menores cargas muertas. El
concreto estructural con agregados de peso ligero
cuesta de 30 a 50% más que el hecho con agregados
ordinarios, y tiene más porosidad y más contracción
al secado. La resistencia al desgaste por la intempe-
rie es aproximadamente la misma para ambos tipos
de concreto. El concreto de peso ligero se puede
hacer con agentes espumantes corno por ejemplo el
polvo de aluminio, que genera un gas mientras
el concreto está todavía en estado plástico y se pue-
de dilatar.
Agregados gruesos _ En la construcción
de reactores nucleares, se requieren grandes canti-
dades de concreto pesado para propósitos de blin-
daje y estructurales. Los agregados gruesos se
utilizan en concretos para blindaje, porque la absor-
27 I I I I I I 100.00
AGUA
eI)" 24 88.89
t:
.....
ffi¿ 21 77.78
:=
-1-
Cw C
18
1-
66.67 z
zi!i
w
:::¡¡¡
15 55.55
::)
.....
Cc o
5 12
44.44
>
.....
::)-
AGREGADO
w
.....CCI
C
'B 9 33.33
w
<
2
ZC 6 22.22
wa:
z
:::¡¡¡;:
w
U
::)a:
3 11.11
a:
.....0
C
a..
a..
O3
O
1
3 6 9
4
2
TAMAÑO MÁXIMODEAGREGADO, IN
ción de rayos gamma es proporcional a la densidad.
El concreto pesado puede variar entre 150 lb/ ff del
concreto normal y las 3841b/ff, cuando se utilizan
municiones de acero como agregado fino y partícu-
las de acero como agregado grueso. Además de los
agregados fabricados a partir de productos de hie-
rro, se han utilizado como agregados gruesos diver-
sos productos de canteras y minerales, como la
barita, limonita, hematita, ilmenita y magnetita.
En la tabla 5.6 se ilustra la densidad de varios
agregados pesados y los pesos unitarios del concre-
to hecho con estos agregados. Debido a que la intro-
ducción de agregados de alta densidad ocasiona
dificultades en las operaciones de mezclado y colo-
5.16 . Seccióncinco
MEDIDA DE ABERTURA, IN
O> r- N
U") C") O> r- U") U") o
o
5
N ..,. O> CO r- U") o o o
o o o o C")
r- o o
ci ci ci ci ci ci ci ci ..," cO
100
90
80
,
ARENAYGRAVA
COMBINADAS
70
Q
el
60
Z
w
....
w
a:
w
50
2
z
w
C,)
a:
40 Q
D..
, ,
/' -
- . , lÍMITESRECOMENDADOS
30
20
I /'J' A
...
...
10 I I
,. I ...
o
«
o o o <O co ..,. Z Z Z Z z
en
o U") C")
d d
- - - -
w
d d d
;:;-:!!
C") <O
....
d
z z
a:
:z :z z
«
z
NÚMERODEMALLA
Figura 5.2 Distribuciones recomendadas y de tamaño típico de agregados naturales para mezclas de
concreto. Nótese que si el núm. 16 es 20% o menos, el núm. 8 puede aumentar a 20%. (De "Concrete Manual,"
81hed., U.S. Bureau ofReclamation.)
Materialesparaconstrucción. 5.17
TABLA 5.6 Agregados pesados para concreto de alta densidad
Peso unitario del concreto,
lb/ ff
cación a causa de la segregación, se suelen utilizar
técnicasaplicables amorteros en vez de los métodos
normales.
5.6.2 Concreto de peso normal
El peso nominal del concreto normal es de 144 lb/ ff
para concreto sin aire retenido, pero es menor para
concreto con aire retenido. (El peso del concreto más
refuerzo de acero se supone muchas veces como de
1501b/ff).
La resistencia para el concreto de peso normal
oscila entre 2000 y 20 000 psi, y se mide mediante
un cilindro de prueba estándar de 6 in de diámetro
por 12 in de alto. ~ resistencia de un concreto se
define como la resistencia promedio de dos cilin-
dros tomados de la misma carga y probados a la
misma edad. Las viguetas flexionales de 6 x 6 x 20
in se pueden usar para mezclas de pavimento de
concreto.
La relación agua-cemento (AlC) es el factor prin-
cipal que influye en la resistencia del concreto. En
la figura 5.3 se ilustra la forma como la A/C, expre-
sada como relación por peso, afecta la resistencia a
la compresión de los concretos con y sin aire reteni-
do. La resistencia, en ambos casos, disminuye con
el aumento de la A/C.
El contenido de cemento en sí afecta la resisten-
cia del concreto; la resistencia disminuye conforme
se reduce el contenido de cemento. En el concreto
con aire incluido, esta disminución en la resistencia
puede contrarrestarse, en forma parcial, al aprove-
char la mejoría de trabajabilidad por la inclusión de
aire, que permite reducir la cantidad de agua. En la
figura 5.4 se muestran las curvas de resistencia vs
contenido de cemento para dos concretos con aire
retenido y concretos sin aire retenido. Debido a la
posibilidad de reducción de agua, las resistencias de
los concretos con aire incluido no disminuyen tanto
como las del concreto sin aire incluido, como los
indicados en la figura 5.3.
El tipo de cemento afecta la manera en que se
desarrolla la resistencia y la resistencia final. En la
figura 5.5 se muestra una comparación de concretos
hechos con los cinco tipos de cemento portland, al
prepararlos y curados en condiciones similares.
Figura 5.3 La resistencia del concreto disminuye
cuando se aumenta la relación agua-cemento para
concreto con o sin aire retenido. (Tomadade "Concrete
Manual", 8th ed., U.S. Bureau of Reclamation.)
Colocación
A.8!$ado
Densidad convencional Lechadeado
Arena y piedra
150
Magnetita
4.30-4.34 220 346
Barita 4.20-4.31 232
Limonita 3.75-3.80 263
Ferrofósforo 6.28-6.30 300
Municiones o sobrantes de acero 7.50-7.78 384
:z
8000
e
c;)
6000
w
=
D.
::E-
cU)
4000
(.)D.
:s:i
ci5
Ceo
eN
20001
PORCENTAJE
w U)
::EC
RECOMENDADO
c.....
uC DEAIRERETENIDO
:z
w
1000
....
U)
0.40 0.60 0.80 1.00
c;)
w
RELACiÓN AlCPORPESO
=
5.18 . Seccióncinco
800 700 600 500 400 300 200
CONTENIDODECEMENTO. LBIYARoA3
Figura 5.4 La resistencia del concreto aumenta
con el contenido de cemento, pero disminuye con
las adiciones de aire. La gráfica se preparó para
concretos con agregados de :}'4in de tamaño máxi-
mo, 43% de arena y revenimiento máximo de 3 in.
(Tomada de Concrete Manual, 8th ed., U.S. Bureau of
Reclamation.)
Las condiciones del curado son vitales para el
desarrollo de la resistencia del concreto. Dado que
las reacciones de hidratación del cemento sólo ocu-
rren en presencia de una cantidad adecuada de
agua, se debe mantener la humedad en el concreto
dur~te el periodo de curado. La temperatura del
curado también afecta la resistencia del concreto.
Se requieren periodos más largos de curado húme-
do a temperaturas más bajas, para desarrollar una
resistencia dada. Aunque el curado continuo a tem-
peraturas elevadas produce un desarrollo más rápi-
do de resistencia hasta los 28 días, para edades
mayores se invierte la tendencia; el concreto curado
a temperaturas más bajas desarrolla resistencias
mayores.
Nótese que el concreto se puede congelar y no
adquiere resistencia en ese estado. También obsér-
vese que, a bajas temperaturas, la ganancia de resis-
tencia de concreto no congelado es mínima y los
factores ambientales, en especial la temperatura y
el curado, son extremadamente importantes en el
desarrollo de la resistencia de un concreto.
Relacionesesfuerzo-formación . El con-
creto no es un materiallinealmente elástico; la rela-
ción esfuerzo-deformación para cargas crecientes
en forma continua da como resultado una línea
curva. Para un concreto que ya ha endurecido por
completo y ha recibido una precarga moderada, la
curva esfuerzo-deformación es, prácticamente, una
línea recta dentro de los límites de esfuerzos de
trabajo usuales. Como se ilustra en la figura 5.6, el
módulo de elasticidad puede determinarse a partir
de esa porción de la curva. El módulo de elasticidad
para concretos normales a 28 días, está entre 2000 a
6000 ksi.
Además de la deformación elástica que ocurre
de manera inmediata después de aplicar una carga
al concreto, la deformación sigue aumentando con
el tiempo si persiste la carga. Este flujo plástico o
escurrimiento plástico continúa por un tiempo in-
definido. Avanza con velocidad decreciente y se
aproxima a cierto valor que puede ser de una a tres
veces el de la deformación elástica inicial. Aunque
se han tomado medidas de deformación por fluen-
cia, por periodos mayores de 10 años, más de la
mitad de la fluencia total tiene lugar durante los
primeros tres meses después de aplicar la carga. En
la figura 5.7 se ilustran curvas típicas de deforma-
ción por flujo, en las cuales se muestran los efectos
de la relación agua-cemento y de la intensidad de la
Figura 5.5 La rapidez de desarrollo de la resis-
tencia varia para los concretos hechos con diferentes
tipos de cemento. Las pruebas se hicieron en cilin-
dros de 6 x 12 in, curados en cuarto húmedo a 70"F.
Los cilindros se hicieron con concretos semejantes
que tenían agregados de 1Inin de tamaño máximo
y seis sacos de cemento por yarda3. (Tomadade Con-
crete Manual, 8thed., U.S. BureauofReclamation.)
:z
6000
<:1
Ci)
....
a:
5000
Q..
:lECi)
oQ..
(,,) cñ 4000
S.S
<o
3000
<co
-N
00
....0
2000
:lE.....
S<
(,,)
z
1000
....
.-
0
Ci)
....
a:
I I I
- -
0%AIRE
"
I
.......
....... r 4%AIRE
"'-" "-
¡
.........'
,
I 11f ""-,
8%AIRE-
"'-
"
.'
....... .......
......
1-..... .."
7000
Ci)
Q..
Z
6000
<:1
Ci)
5000
....
a:
Q..
:lE
4000
o
(,,)
S
3000
<
<
C3
20001/
Z
....
.-
0
1000
Ci)
....
a:
O
7 14 28 90 180 1 2 5
DíAS AÑOS
RESISTENCIAA 28 DIAS,CONCRETOPROMEDIO,3760 PSI
4000
3000
LíMITEDEELASTICIDAD
OPUNTODEDESVIACiÓN
DESDELA RECTA
(A ALREDEDORDE40%
DERESISTENCIA
A LA ROTURA)
Materiales paraconstrucción . 5.19
--
---
__=~ L_________
--
-
CURVADEESFUERZOSY DEFORMACiÓN
LíMITENORMALMENTECUBIERTOENPRUEBAS
I
(
ESFUERZO
)
E A
ELCOEFICIENTE DEELASTICIDADDEFORMACiÓN ST BASADO
ENESTAPORCiÓN CASIRECTADELACURVA
1000
E= 0.00022= 4 540000 PSI
carga. Al retirar la carga, tiene lugar una recupera-
ción elástica inmediata, seguida por una recupe-
ración plástica de menor grado que la deformación
por flujo ocurrida cuando se aplicó la carga por
primera vez.
Los cambios de volumen juegan una parte im-
portante en la durabilidad del concreto. Los cam-
bios de volumen excesivos o diferenciales pueden
ocasionar agrietamiento, como resultado de la con-
tracción y la insuficiente capacidad a la tensión, o
desportilladuras en las juntas debidas a la expan-
sión. La dilatación y la contracción del concreto
ocurren cuando hay cambios en la humedad dentro
de la pasta del cemento.
La pasta de cemento endurecida tiene poros de
dimensiones moleculares entre las partículas del gel
de tobermorita y poros más grandes entre los gru-
pos de partículas del gel. El volumen del espacio
de poros en la pasta de cemento depende de la
cantidad inicial de agua mezclada con el cemento;
cualquier exceso en esta agua da origen a poros
600 1000 1200 1400
2000
1000
o 200 400
DEFORMACiÓNUNITARIA,MILLONÉSIMASDEINPORIN
800
Figura 5.6 Diagrama típico de esfuerzos y deformaciones para concreto curado que haya sido cargado
previamente con moderación. (De"ConcreteManual,"8thed., U.S. Bureauof Reclamation.)
adicionales que debilitan la estructura de la pasta
de cemento. Los movimientos de humedad hacia
dentro y fuera de este sistema de poros ocasionan
cambios en el volumen de la pasta. La contrac-
ción por secado del concreto es de alrededor de h in
por 100 ft. Hay una relación directa entre el conte-
nido de agua de mezclado y la contracción por
secado. El contenido de cemento es de importancia
secundaria al estimar las consideraciones de las
contracciones.
El coeficiente de expansión térmica del concre-
to varía, principalmente, según el tipo y cantidad de
agregado grueso utilizado. La pasta de cemento
tiene un efecto menor. Un valor promedio útil para
los cálculos es de 5.5 x 10-<;in/(in . .F).
5.6.3 Aditivos para concreto
Los aditivos no son otra cosa que cemento portland,
agua y agregados que se adicionan a una mezcla de
concreto para modificar sus propiedades. Incluidos
5.20 . Seccióncinco
en esta definición están los aditivos químicos
(ASTM C494 y C260), aditivos minerales como la
ceniza fina (C618) y gases o humos de sílice, inhibi-
dores de corrosión, colores, fibras y otros varios
productos (ayudas de bombeo, agentes de imper-
meabilización, de formación de gas y reductores de
permeabilidad). Se pueden adquirir muchos adi-
tivos de concreto para modificar, mejorar o dar
propiedades especiales a mezclas de concreto. Los
aditivos deben usarse sólo cuando ofrecen una me-
joría necesaria que no se puede lograr económica-
mente con ajustar la mezcla básica. En vista de que
la mejoría de una característica muchas veces pro-
duce un efecto adverso en otras características, los
aditivos deben emplearse con cuidado.
Los aditivos químicos utilizados en. concreto
sirven generalmente comoreductores de agua, ace-
leradores, retardadores de fraguado, o una combi-
nación de éstos. La norma ASTM C494 "Standard
Specification for Chemical Adrnixtures for Concre-
te" contiene las siguientes clasificaciones, que se
muestran en la tabla 5.7. Los aditivos de alta dura-
ción reducen la cantidad de agua necesaria para
producir un concreto, de una consistencia específi-
ca, en un 12% o más.
Los aditivos reductores de agua disminuyen la
necesidad de agua para una mezcla de concreto al
reaccionar químicamente con los primeros produc-
tos de hidratación, para formar una capa monomo-
lecular en la interfase de cemento-agua que lubrica
la mezcla y expone más partículas de cemento
para la hidratación. El aditivo tipo A permite que la
cantidad de agua se reduzca mientras que mantiene
el mismo asentamiento de la mezcla. Si la cantidad
de agua no se reduce, el aditivo aumentará el asen-
tamiento de la mezcla y también la resistencia del
concreto porque más del área superficial del ce-
mento quedará expuesta para hidratación. Ocurren
TABLA5.7 Clasificación de mezcla
Tipo Propiedad
A Reductor de agua
B Retardador de fraguado
e Acelerador de fraguado
D Reductor de agua y retardador de fraguado
E Reductor de agua y acelerador de fraguado
F Reductor de agua de alta escala
G Reductor de agua de alta escalay retardador
de fra~ado
efectos similares para los aditivos tipos D y E. Típi-
camente, se puede esperar una reducción de 5a 10%
en el agua de la mezcla. Los aditivos tipo F y G se
utilizan para obtener más facilidad de trabajo de la
mezcla. Una mezcla sin aditivo tiene por lo general
un asentamiento de 2 a 3 in. Después de agregar el
aditivo, el asentamiento puede estar entre 8 y 10 in
sin segregación de componentes de la mezcla. Estos
aditivos son en especial útiles para mezclas con baja
relación agua-cemento. Su reducción de 12 a 30%
en agua permite una reducción correspondiente en
cemento.
Los aditivos reductores de agua se fabrican por
lo general a partir de ácidos lignosulfónicos y sus
sales, ácidos hidroxilados carboxHicos y sus sales, o
polímeros de derivados de melaminas o naftalenos
o hidrocarbonos sulfonados. La combinación de
aditivos empleados en una mezcla de concreto debe
ser evaluada y probada con cuidado para asegurar-
se que se alcanzan las propiedades deseadas.
Los superplastificantes son aditivos reductores
de agua de alta duración que satisfacen los requisi-
tos de la norma ASTM C494 tipo F o G. Se utilizan
muchas veces para obtener concreto de alta resis-
tencia a partir de mezclas con baja relación de agua-
cemento, con buena facilidad de trabajarse y baja
segregación. También se pueden usar para obtener
concreto de resistencias especificadas con menos
cemento a una relación constante de agua-cemento.
y se pueden usar para obtener concretos fluidos de
compactación y nivelación propias, para aplicacio-
nes tales como el bombeo de concreto a larga dis-
tancia desde una mezcladora a un encofrado o para
vaciar el concreto en formas aglomeradas con acero
de refuerzo. Para estos concretos, el contenido de
cemento o la proporción de agua-cemento no se
reduce, sino que el asentamiento aumenta en forma
considerable sin causar segregación. Por ejemplo,
un asentamiento inicial de 3 a 4 in para una mezcla
ordinaria de concreto puede aumentarse a 7 u 8 in
sin agregar agua y disminuir en resistencia.
Los superplastificantes se pueden clasificar como
condensados de melamina-formaldehídos sulfonata-
dos, condensados de naftalina-formaldehído sulfo-
natados, lignosulfonatos modificados o polímeros
sintéticos.
Los agentes retened ores de aire aumentan la re-
sistencia del concreto a la acción de las heladas, al
introducir gran cantidad de pequeñas burbujas de
aire en la pasta endurecida del cemento. Estas burbu-
jas actúan como aliviadoras de esfuerzos para esfuer-
Materiales paraconstrucción . 5.21
1600
1400
NC 0.50 PORPESO
1200
1000
800
600
400
200
o 100 200 300 400 500
TIEMPODESPUÉS DELAAPLICACiÓN DECARGA. DíAS
(a)
600
1600
1400
CARGASOSTENIDA900 PSI
1200
1000
CARGASOSTENIDA600 PSI
800
600
CARGASOSTENIDA300 PSI
400
200
o 100 200 300 400 500
TIEMPODESPUÉS DELAAPLICACiÓN DECARGA. DíAS
(b)
600
Figura 5.7 El arrastre del concreto aumenta al aumentar la relación entre agua y cemento, o por carga
sostenida. (a) Efecto de la relación entre agua y cemento en el arrastre (carga aplicada constante). (b) Efecto
de la intensidad de carga aplicada en el arrastre (concretos idénticos). (De "Concrete Manual," 81hed., U.S.
Bureau 01Reclamation.)
5.22 . Seccióncinco
zos inducidos por congelamiento y deshielo. Los
agentes retenedores de aire suelen estar compues-
tos de detergentes. Además de aumentar la durabili-
dad del cemento endurecido, también reducen la
cantidad de agua necesaria y aumentan la facilidad
de trabajo de la mezcla. Los contenidos de aire se
controlan generalmente para estar entre 2 y 6%.
Debido a que el concreto con retenedores de aire
sangra menos que el concreto sin retenedores de
aire, se extienden menos grietas capilares de la ma-
triz del concreto a la superficie. Por lo tanto, hay
menos avenidas disponibles para que ingresen pro-
ductos químicos agresivos en el concreto.
La norma "Standard Specification for Air-Entrai-
ning Admixtures for Concrete", ASTM C260, se
refiere a materiales para uso de aditivos retenedores
de aire que han de agregarse al concreto en el cam-
po. La retención de aire también se puede obtener
si se utilizan cementos portIand tipos IIA y lIlA. (Ver
cementos portIand retened ores de aire en la Sub-
sec.5.2.3.)
Los aditivos aceleradores de fraguado se em-
plean para reducir el tiempo desde el inicio de
agregar agua al cemento hasta el fraguado inicial y
para aumentar la proporción de ganancia de resis-
tencia del concreto. El aditivo acelerador de fragua-
do que se utiliza más es el cloruro de calcio, que
ofrece ventajas en el vaciado de concreto en climas
fríos al acelerar el fraguado a baja temperatura y
reducir el tiempo en que se necesite protección;
pero, cuando se utiliza en cantidades usuales (me-
nos de 2% por peso de cemento), no actúa como
agente anticongelante bajando el punto de congela-
ción. Cuando se emplea un 2% de cloruro de calcio
bajo condiciones normales, reduce el tiempo inicial
de fraguado de 3 a 1 hora y el tiempo final de
fraguado de 6 a 2 horas, y a 70°Fduplica la resisten-
cia alcanzada en un día. El uso del cloruro de calcio
como aditivo mejora la facilidad de trabajo, reduce
el sangrado y se obtiene una superficie de concreto
más durable. Los problemas por su uso pueden
surgir del deterioro de la estabilidad de volumen (la
contracción en el secado puede aumentar hasta en
un 50%) y un aumento en la rapidez de liberación
de calor. Los iones de cloruro también pueden con-
tribuir a la corrosión del acero incrustado en el
concreto. Los límites en la concentración de iones de
cloruro pueden ser de sólo 0.04% del peso del con-
creto.
Los aditivos retardado res se emplean para retar-
dar el fraguado inicial del concreto. Un aditivo tipo
B o D permite transportar el concreto durante un
tiempo más largo antes que se presente el fraguado
inicial; el fraguado final también se retarda. Por lo
tanto, deben tomarse precauciones si se utiliza con-
creto retardado en paredes.
Dependiendo de la dosificación y tipo de quími-
cos base en el aditivo, el fraguado inicial se puede
retardar durante varias horas a varios días. Un
efecto lateral benéfico del retardo de los fraguados
inicial y final es un aumento en la resistencia com-
presiva del concreto. Un aditivo tipo D que se utiliza
comúnmente proporciona resistencias más altas de
7 y 28 días que un aditivo tipo A, cuando se usa en
el mismo diseño de mezcla.
Los aditivos minerales incluyen cenizas finas,
puzolanas y microsilicatos (Subsec. 5.3.8 y 5.3.9). El
cemento natural (Subsec. 5.3.3) se utiliza a veces
como aditivo.
Los inhibidores de corrosión se agregan a veces
a una mezcla de concreto para proteger el acero de
refuerzo. Por lo general, el acero es protegido de la
corrosión por alta alcalinidad del concreto, que for-
ma una capa de pasivación en la superficie del
acero. Esta capa está compuesta de óxido férrico,
que es un compuesto estable, pero dentro y en
la superficie del óxido férrico se encuentran com-
puestos óxido-ferrosos que son más reactivos; cuan-
do estos últimos entran en contacto con sustancias
agresivas, como son los iones de cloruro, reaccionan
con oxígeno' para formar productos de corrosión de
óxido de hierro, sólidos. Éstos producen un aumen-
to cuatro vecesen volumen y crean una fuerza de
expansión mayor que la resistencia a la tracción del
concreto. El resultado es un deterioro del concreto.
Para inhibir la corrosión se pueden agregar adi-
tivos de nitrito de calcio a la mezcla de concreto. No
forman una barrera física a la entrada de iones de
cloruro, sino que modifican la química de la super-
ficie del acero. Los iones de nitrito oxidan al óxido
ferroso presente, convirtiéndolo en óxido férrico. El
nitrito también es absorbido en la superficie del
acero y refuerza la capa de pasivación del óxido
férrico. Para que sea eficaz un aditivo de nitrito de
calcio, la dosis debe ajustar de acuerdo a la exposi-
ción del concreto a agentes corrosivos. Cuanto ma-
yor sea la exposición, mayor debe ser la dosis.
Los aditivos de barrera interna pueden ser un
compuesto impermeabilizante o aislante de hume-
dad, o un agente que forma una película orgánica
alrededor del acero de refuerzo, complementando
la capa de pasivación. El último tipo de aditivo se
puede agregar a una rapidez fija, cualquiera que sea
la exposición esperada de cloruro.
Los aditivos aislantes de humedad incluyen ja-
bones, estearatos y otros productos de petróleo.
Están destinados para reducir el paso de agua y
vapor de agua por el concreto. Debe tenerse cuidado
al utilizar estos materiales en vista de que pueden
aumentar la demanda de agua para la mezcla, au-
mentando así la permeabilidad del concreto. Si se
desea un concreto denso y de baja permeabilidad,
la proporción de agua-cemento debe conservarse a
un máximo de 0.50 y el concreto debe vibrarse bien
y curarse contra la humedad.
La permeabilidad del concreto se puede reducir
mediante el uso de cenizas finas y gases de sílice
(Subsecs. 5.3.8 y 5.3.9) como aditivos. Del mismo
modo, el uso de un aditivo reductor de agua de alta
duración y una proporción agua-cemento menor de
0.50 reducirá grandemente la permeabilidad.
Los aditivos formadores de gas se emplean para
formar concreto de peso ligero. También se usan en
lechada de mampostería donde se desea que la le-
chada se dilate y aglutine a la unidad de concreto
de albañilería. Suelen ser un polvo de aluminio.
Las ayudas de bombeo se utilizan para reducir
la viscosidad de mezclas ásperas o marginalmente
bombeables; los polímeros orgánicos y sintéticos,
ceniza fina, bentonita o cal hidratada se pueden
usar para este propósito. Los resultados depen-
den de la mezcla de concreto, incluyendo los efectos
de mayor demanda de agua y una posible menor
resistencia que resulta de la mayor proporción de
agua-cemento. Si la arena hace que la mezcla sea
marginalmente bombeable, la ceniza fina es el adi-
tivo preferido de bombeo. Generalmente no aumen-
tará la demanda de agua y reaccionará con el
hidróxido de calcio en el cemento para dar un au-
mento en la resistencia.
Los aditivos colorantes pueden ser óxidos mine-
rales o pigmentos manufacturados. La coloración
requiere cuidadoso control de materiales, de la do-
sificación y de la adición de agua para mantener
consistente el color en el lugar de trabajo. Nótese
que el negro carbón en estado natural, que por lo
general se emplea para el color negro, reduce gran-
demente la cantidad de aire retenido en una mezcla.
Por lo tanto, si se desea concreto negro para un
concreto que requiera de retención de aire (para
exposición a congelación y deshielo o químicos
agresivos), el negro carbón debe modificarse para
retener aire o debe incorporarse en la mezcla otro
Materiales paraconstrucción . 5.23
agente para retener aire. El diseño de la mezcla debe
probarse en las condiciones de campo antes de su
uso en construcción.
5.7 Refuerzo de fibras para
concreto
Se pueden agregar materiales fibrosos a una mezcla
de concreto para mejorar su resistencia, elasticidad
y control de grietas. La longitud de las fibras es
pequeña y éstas se pueden describir por la propor-
ción de su aspecto, es decir, la proporción entre su
longitud y su diámetro equivalente.
Los tipos de fibras más comúnmente utilizados
en concretos son los sintéticos, que comprenden
materiales de propileno, nylon, poliéster y polieti-
leno. Los materiales sintéticos especiales incluyen
fibras de aramida, carbono y acrílicas. El concreto
reforzado con fibras de vidrio se prepara con vidrio
E y fibras de vidrio resistentes al álcali (AR). Las
fibras de acero son virutas de acero inoxidable o de
acero de alta resistencia a la tracción.
Las fibras deben repartirse de manera uniforme
en la mezcla. La orientación de las fibras en el con-
creto suele ser aleatoria. En contraste, el refuerzo
convencional está típicamente orientado en una o
dos direcciones, por lo general en planos paralelos
a la superficie. Además, la tela metálica de alambres
soldados o barras de acero de refuerzo deben man-
tenerse en su posición cuando el concreto sea colo-
cado en su sitio. Cualquiera que sea el tipo, las fibras
son eficaces para el control de las grietas porque dan
a la matriz de concreto un refuerzo en todas las
direcciones. Con fibras de acero, la resistencia al
impacto y la tenacidad del concreto se pueden me-
jorar en mucho y se pueden aumentar las resisten-
cias a la fatiga y a la flexión.
Las fibras sintéticas se utilizan por lo general
para sustituir telas metálicas de alambres soldados
como refuerzo secundario para control de grietas en
piezas planas. Según sea la longitud de la fibra, esta
última puede limitar la medida y extensión de las
grietas de contracción plástica o las grietas de con-
tracción tanto plásticas como de secado. Aun cuan-
do las fibras sintéticas no están diseñadas para
comunicar propiedades estructurales, las losetas
probadas de acuerdo con la norma ASTM E72,
"Standard Methods of Conducting Strength Tests
of PaneIs for Building Construction", demostraron
que las losetas de prueba reforzadas con fibras sin-
5.24 . Seccióncinco
téticas soportaron mayores cargas uniformes que
las losas de tela metálica de alambres soldados. Si
bien es cierto que gran parte de la investigación para
fibras sintéticas ha utilizado proporciones de re-
fuerzo mayores al 2%, la práctica común en el cam-
po es utilizar 0.1% (1.5 lb/yd3). Esta dosificación
proporciona más área de sección transversal que la
tela metálica de alambres soldados de calibre 10.
Los resultados empíricos indican que de manera
considerable se reduce y controla el agrietamiento.
Otro beneficio de las fibras es que después del agrie-
tamiento inicial, las fibras tienden a mantener junto
el concreto.
Se pueden usar fibras de ara mida, carbón y
acrílicas para aplicaciones estructurales, como es
empaquetar columnas de concreto para obtener
resistencia adicional. Otros usos posibles son para
estructuras resistentes a la corrosión. Los costos
más altos de los materiales sintéticos especiales
limitan su uso en la construcción en general.
El concreto con refuerzo de fibras de vidrio
(GFRC) se utiliza para construir muchos tipos de
elementos de construcción, incluyendo paneles ar-
quitectónicos de paredes, tejas para techos y tan-
ques de agua. No se ha alcanzado todo el potencial
del GFRC debido a que las fibras de vidrio E son
reactivas al álcali y las fibras de vidrio AR están
sujetas a fragilidad cáustica, posiblemente por infil-
tración de partículas de hidróxido de calcio.
Se pueden utilizar fibras de acero como susti-
tuto del acero convencional de refuerzo. El volu-
men de fibra de acero de una mezcla oscila entre
0.5 y 2%. El American Concrete Institute Commit-
tee 544 indica en la norma ACI 544.3R, "Guide for
Specifying, Mixing, Placing, and Finishing Steel
Fiber Reinforced Concrete", que en elementos es-
tructurales como son viguetas, columnas y pisos
que no tengan pendiente, debe instalarse acero de
refuerzo para sostener toda la carga de tracción.
En otros casos, se pueden utilizar fibras para re-
ducir el grosor de sección o mejorar las caracterís-
ticas de funcionamiento. Ver también la normas
ACI 344.1R y 344.2R.
5.8 Concreto de polímeros
Cuando el cemento portland se sustituye por un
polímero, el concreto resultante tiene una menor
rapidez de absorción de agua, mayor resistencia a
ciclos de congelación y deshielo, mejor resistencia a
productos químicos, mayor solidez y excelentes ca-
racterísticas de adherencia en comparación con la
mayor parte de otros materiales cementosos.
Las resinas que se utilizan con más frecuencia
(poliésteres y acrílicos) se mezclan con agregados
como un monómero, con un agente de enlace cru-
zado (endurecedor) y un catalizador, para alcanzar
plena polimerización. Los concretos de polímeros
se refuerzan por lo general con fibras metálicas,
fibras de vidrio o losas continuas de cimentación de
fibra de vidrio.
El concreto impregnado de polímeros (PIC) es
concreto curado de cemento portland impregnado
con un monómero que utiliza procesos de presión
o de vacío. El monómero (con mucha frecuencia un
acrilico) está polimerizado por un catalizador, calor
o radiación ultra violeta. Se forma una capa superfi-
cial continua que impermeabiliza y refuerza, y tam-
bién llena los huecos.
5.9 Concreto bituminoso y otros
compuestos de asfalto
Las mezclas de asfalto que sirvan como aglomeran-
te, los agregados finos y gruesos, así como rellenos
y aditivos, se utilizan ampliamente como pavimen-
tos flexibles, revestimientos de presas y de canales.
Los agregados, como la arena, grava y piedra tritu-
rada, son similares a los utilizados para concreto de
cemento portland (Subsec. 5.6.1). La American As-
sociation of State Highway Transportation Officials
(AASHTO), The Asphalt Institute y la ASTM publi-
can especificaciones para asfalto, mismas que son la
base para especificaciones de departamentos gu-
bernamentales de carreteras y transportes.
Los asfaltos son viscoelásticos y sus propiedades
varían de frágiles hasta elásticas. La dureza, o vis-
cosidad, depende de la temperatura de los asfaltos.
La variación con la temperatura, sin embargo, de-
pende de la susceptibilidad al esfuerzo cortante del
material, la cual indica el estado de su estructura
coloidal.
El asfalto, que es un derivado negro o café oscu-
ro de petróleo, es diferente del alquitrán de hulla,
que es residuo de la destilación destructiva del car-
bón. El asfalto está formado de hidrocarburos y sus
derivados y es por completo soluble en disulfuro de
carbono (C~). Son los residuos de petróleo después
de la evaporación, por medios naturales o artificia-
les, sus componentes más volátiles.
Los cementos de asfalto (AC) se utilizan como
aglomerantes para casi todos los pavimentos flexi-
bles. Son mezclas de asfaltos duros y aceites no
volátiles a los que se les comunica una consistencia
útil por calentamiento, sin ser suavizados con un
agente fundente o emulsificante. Se pueden gra-
duar de acuerdo a su viscosidad o penetración (dis-
tancia a la que penetra una aguja por el material en
una prueba estándar) a una temperatura específica.
Los aceites de curado lento (SC) para carreteras
son derivados líquidos de petróleo que fraguan
lentamente, y son apropiados para usarse cuando
se necesita casi la misma consistencia de cemento
tanto en el momento de proceso como al término del
curado. Pueden ser el producto remanente después
de la destilación de petróleo o el resultado de diluir
cementos de asfalto con un destilado pesado. Más
viscosos que los grados ligeros de aceite lubricante,
los aglomerantes SCson más fluidos que los cemen-
tos de asfalto.
Los asfaltos diluidos de curado medio (MC) son
cementos de asfalto que se han mezclado (disgrega-
dos o diluidos) con destilados de queroseno o aceite
combustible ligero (diesel) para darle mayor flui-
dez. Se evaporan en forma relativamente lenta. Des-
pués de aplicar asfalto de curado medio, el material
rebajado se evapora de los diluyentes y deja el
cemento de asfalto semisólido como agente aglome-
rante. Los asfaltos de curado medio se emplean
cuando se necesita mayor fluidez en el momento del
proceso que al término del curado.
Los asfaltos diluidos de curado rápido (RC) son
cementos de asfalto que han sido diluidos con un
destilado más pesado, como gasolina o nafta, que el
usado para asfaltos del tipo de curado medio (MC).
Los asfaltos de curado rápido (RC) se evaporan
rápidamente. Se emplean cuando se necesita un
cambio rápido, vía evaporación, del líquido aplica-
do al aglomerante semisólido de asfalto-cemento.
Los asfaltos emulsionados son mezclas en los
que las partículas de asfalto de tamaño coloidal se
encuentran dispersas en agua en presencia de un
agente emulsificante. Debido a que las partículas de
asfalto tienen cargas eléctricas iguales, no se combi-
nan sino hasta que el agua se evapora o la emulsión
se fragmenta. El contenido de asfalto de la mezcla
puede variar de 55 a 70% por peso. Las emulsiones
son aplicadas sin calentarse; tienen baja viscosidad
y pueden penetrar profundamente en una matriz de
agregado. Cuando el agua se evapora o se escurre,
quedará el aglomerante de asfalto. Las emulsiones
Materiales paraconstrucción . 5"25
se fabrican con tiempos de ruptura rápidos (RS),
medios (MS) y lentos (SS) y por ello son apropiados
para una amplia variedad de usos. Los agentes
emulsionantes pueden ser derivados de sebo, jabón
de grasa y ácidos resinosos, pegamento o gelatina.
El concreto bituminoso para pavimentos puede
ser mejorado si se agrega azufre, cal o caucho a la
mezcla de asfalto-agregado (Sec. 16).
Productos de construcción de asfalto 8
Debido a sus cualidades resistentes al agua y a su
durabilidad, el asfalto se emplea para muchos usos
en construcción. Para aislamiento contra la hume-
dad (sólo una capa aplicada) e impermeabilización
(aplicación de una o más capas) se utilizan tres tipos
de asfalto: el tipo A, que es un material adhesivo,
suave y que fluye con facilidad, se aplica bajo tierra
o en otras aplicaciones de temperatura moderada;
el tipo B, un asfalto menos susceptible para usarse
sobre el nivel del suelo cuando las temperaturas no
excedan de 12S"F; y el tipo C, para usarse sobre el
nivel del suelo cuando las superficies verticales o
expuestas a la luz solar directa, o en otras partes
donde las temperaturas excedan de 125"F.
El asfalto y los productos derivados también se
utilizan extensamente en techos. El asfalto se utiliza
como aglomerante entre capas en techos ya cons-
truidos y como agente impregnante en láminas de
cartón para techos, papel en rollo para techos y
tejamaniles. Debe tenerse cuidado de no mezclar
asfalto y alquitrán de hulla, es decir, de no aplicar
capas de asfalto sobre una lámina de cartón satura-
da de asfalto o viceversa, a menos que se haya
comprobado su compatibilidad.
5.10 Referencias sobre
materiales cementosos
Brantley, L. R., YR. T. Brantley, Building Materials
Technology:Structural Performanceand Environmental
lmpact, McGraw-Hill, !nc., New York.
Cowan, H.J., YP.R. Smith, The Scienceand Techno-
logy 01Building Materials, Van Nostrand Reinhold
Company, New York.
Dikeou, J. T., Y D. W. Powler, Polymer Concrete:
Uses, Materials, and Properties, American Concrete
Institute, Detroit.
5.26 .Seccióncinco
McGraw-Hill Encyclopedia of Chemistry, 2nd. ed.,
McGraw-Hill Book Company, New York.
McGraw-Hill Dictionary of Science and Technology
Terms, 4th ed., McGraw-Hill Book Company, New
York.
Mendis, P., YC. McClaskey, Polymers in Concrete:
Advances and Applications, publicación SP-116, Ame-
rican Concrete lnstitute, Detroit.
Swamy, R. N., YB. Barr, Fibre-ReinforcedCements
and Concretes:Recent Developments, Elsevier Applied
Science, London.
Waddell, J. J., y J. A. Dobrowolski, ConcreteCons-
truction Handbook, 3rd ed., McGraw-Hill Book Com-
pany, New York.
Materiales metálicos
Dada la regularidad de la estructura a nivel ató-
mico, ha sido posible conocer mejor las t 1ses a nivel
microscópico y a nivel atómico de las propiedades
mecánicas de los metales, que las de otras clases de
materiales. Los intentos por explicar el comporta-
miento macroscópico sobre la base de micromeca-
nismos han tenido cierto éxito en los materiales
metálicos.
5.11 Deformación de los metales
Los metales constan de átomos entre sí en conglo-
merados grandes y regulares. Los enlaces metálicos
entre los átomos se deben a que comparten entre
sí electrones en enlaces covalentes insaturados. El
comportamiento elástico de los materiales metáli-
cos sometidos a cargas limitadas puede explicarse
en términos del enlace interatómico. La deforma-
ción de materiales sometidos a una carga aplicada
es elástica, si el cambio en la forma se recupera por
entero cuando el material vuelve a su estado origi-
nal de esfuerzo. Las relaciones de carga-deforma-
ción pueden, o no, ser lineales, como se ilustra en la
figura 5.8, pero mucl10s metales tienen comporta-
miento lineal.
A una separación de unos pocos diámetros ató-
micos, las fuerzas de repulsión entre cargas iguales
de !os núcleos atómicos comienzan a sostenerse a sí
mismas cuando se aplica una carga compresiva. A
una separación de equilibrio, las fuerzas de atrac-
ción igualan exactamente a las de repulsión y la
energía potencial está al mínimo. Si los átomos
tratan de acercarse más, la fuerza de repulsión au-
menta mucl10 más rápidamente que la de atracción
a medida que las nubes electrónicas comienzan a
traslaparse. Si los átomos se separan un poco, cuan-
do se liberan, tienden a regresar a la distancia de
equilibrio a la que la energía potencial está al míni-
mo. Por tanto, el módulo macroscópico de la elasti-
cidad tiene su base en el estiramiento limitado en
los enlaces atómicos cuando la curva de la fuerza vs
la relación del espaciamiento atómico es en esencia
lineal cerca del espaciarniento atómico de equili-
brio. Los materiales con enlaces fuertes muestran
módulos elásticos más elevados que los materiales
con enlaces débiles.
Los materiales cristalinos dúctiles a menudo fallan
por el deslizamiento de planos adyacentes de átomos
uno sobre el otro. Este modo de falla ocurre cuando
el esfuerzo cortante presente en algún plano de des-
lizamiento alcanza un valor crítico, antes que se haya
activado cualquier otro modo de fractura frágil. Si el
esfuerzo cortante requerido para mover un plano de
átomos más allá de otro plano se pudiese calcular con
base en consideraciones de enlace atómico, se podría
predecir la resistencia de un material sometido a un
sistema dado de carga externa.
DEFORMACiÓN--.
(a)
DEFORMACiÓN--.
(b)
Figura 5.8 El diagrama de esfuerzos y deforma-
ciones para metales puede ser (a) lineal o (b) elástico
no lineal. Los metales recuperan su forma cuando
regresan a su estado original de esfuerzo, si ésta está
dentro del límite elástico.
,
,-.
i i
Q
ELÁSTICO
Q
N N
a:
a:
u.I u.I
:1
:1
u.. u..
en en
u.I u.I
El deslizamiento sobre los planos atómicos, en
realidad, ocurre en forma escalonada y no por el
deslizamiento total de planos atómicos completos
uno sobre el otro. Este deslizamiento escalonado
se describe en términos de dislocaciones, que son
imperfecciones en la estructura cristalina a escala
atómica. Una dislocaciónpura en el bordees la discon-
tinuidad en el extremo de un medio plano adicional
de átomos insertados en la estructura cristalina.
Bajouna carga aplicada, una dislocación en el borde
se mueve a través del plano de deslizamiento en
forma escalonada, rompiendo y volviendo a desa-
rrollar los enlaces según se mueve. Este movimiento
causa una deformación plástica equivalente al des-
lizamiento de un plano completo de átomos a través
de otro, en una distancia de una dimensión atómi-
ca. Con este mecanismo de dislocación empieza la
fluencia en los metales y es con el cual continúa
la deformación plástica.
Un segundo tipo de dislocación pura, conocida
como dislocaciónde tornillo, está asociada con defor-
maciones por cortante en las estructuras cristalinas.
En general, las dislocaciones en estructuras real-
mente cristalinas, las cuales normalmente tienen
forma curva, son dislocaciones mixtas con compo-
nentes tanto de borde como de tornillo.
La parte elástica de una curva de esfuerzo-de-
formación, basada en el estiramiento del enlace a
escala atómica termina cuando comienza la defor-
mación plástica en el punto de fluencia. La influen-
cia está asociada con el movimiento irreversible de
las dislocaciones con las cuales empieza la deforma-
ción plástica. Más allá del punto de fluencia, el
material ya no puede volver exactamente a su esta-
do inicial al quitar la carga; queda cierta deforma-
ción plástica.
Una dislocación está rodeada por un campo de
esfuerzo elástico que causa fuerzas entre dislocacio-
nes y también interacciones con otras irregularida-
des en la estructura cristalina. El efecto general de
la interacción de las dislocaciones entre sí y con
otros obstáculos después de la fluencia es un endu-
recimiento por trabajo del material, es decir, un
aumento en el esfuerzo requerido para continuar la
deformación plástica. Esto surge por la creciente
dificultad del movimiento de las dislocaciones, con
sus adyacentes campos de esfuerzo, a través de los
campos de esfuerzos de otras irregularidades en la
estructura cristalina.
Los metales pueden reforzarse si se encuentra el
modo de impedir que las dislocaciones empiecen a
Materiales paraconstrucción . 5.27
moverse, o si los obstáculos al movimiento pueden
hacer que se muevan más lento o detenerlas, una
vez que las dislocaciones han empezado a moverse.
Además del endurecimiento por deformación por
las interacciones de las dislocaciones en movimien-
to, pueden utilizarse otros medios para reforzar o
endurecer los metales a nivel atómico. (Véase la
sección 5.12).
5.12 Mecanismos para reforzar
los metales
La deformación plástica en los metales se caracteri-
za por un fenómeno conocido como endurecimien-
to por deformación (sección 5.11). Cuando los
metales se deforman más allá del límite elástico
ocurre un cambio permanente en la forma. Si un
metal se carga más allá de su punto de fluencia, se
descarga y se vuelve a cargar, se eleva su límite
elástico. Este fenómeno, representado en la figura
5.9, indica que un metal puede reforzarse por defor-
mación antes de someterlo a carga en una estructu-
ra, pero su ductibilidad decrece.
La dislocaciones que se acumulan en los obstá-
culos en el plano de deslizamiento causan endu-
recimiento por deformación debido a un esfuerzo
contrario que se opone al esfuerzo aplicado. Los
obstáculos contra los cuales pueden bloquearse las
dislocaciones durante la deformación plástica in-
cluyen átomos extraños en la estructura atómica,
partículas de precipitados, intersección de planos
de deslizamiento donde se combinan las dislocacio-
nes para bloquearse entre sí, y los límites de los
granos.
Trabajoen frío . Sellamatrabajo enfrío a la
deformación plástica en metales que se lleva a cabo
bajo ciertos intervalos de temperatura y tiempo, de
tal manera que el endurecimiento por deformación
no se reduce. El trabajo en frío se emplea para
endurecer y esforzar metales y aleaciones que no
responden a tratamiento térmico. Nótese que, aun-
que la resistencia aumenta en forma considerable,
la ductibilidad, medida por el alargamiento, se re-
duce mucho.
El trabajo en frío es muchas veces seguido por el
recocido. Éste es un proceso de recalentamiento en
el que el metal se calienta hasta que se suaviza y
revierte a una condición sin esfuerzos internos. Lue-
go se enfría lentamente, por lo general en un horno,
5.28 . Seccióncinco
para obtener el estado más suave y más dúctil. El
recocido parcial puede preceder al trabajo en frío
para aliviar esfuerzos internos que pudieran ocasio-
nar agrietamiento durante el trabajo en frío.
Endurecimiento por solución de sólidos
8 Se denomina endurecimiento por solución de
sólidos el reforzamiento de metales que se pro-
duce por defectos de tamaño atómico dispersos
en la estructura atómica. Los átomos impuros de
substitución e intersticiales son las variedades
más comunes de esos defectos. Ocurre endureci-
miento siempre que una dislocación (sección 5.11)
se encuentra con una irregularidad en la estructu-
ra cristalina.
Los átomos de soluto introducidos en solución
sólida en un metal puro producen una aleación
más fuerte que el metal original. Si los átomos del
soluto y del disolvente son más o menos similares,
los átomos ocupan lugares en la estructura crista-
lina del átomo del disolvente. Esto forma una
solución sustituyente de sólidos. Si los átomos del
soluto son mucho menores que los átomos del di-
solvente, aquéllos ocupan lugares intersticiales en
la estructura del disolvente. Los elementos como
el carbono, el nitrógeno, el oxígeno, el hidrógeno
y el boro suelen formar esas soluciones de sólidos
intersticiales.
Endurecimiento por precipitación 8 El
endurecimiento por dispersión es el reforzamiento
producido por una segunda fase insoluble, fina-
mente dispersa en una matriz de átomos de metal.
Estas partículas de la segunda fase actúan como
obstáculos al movimiento de las dislocaciones (sec-
ción 5.11). Por tanto, se requieren esfuerzos más
elevados para ocasionar la deformación plástica,
cuando las dislocaciones deben salvar estos obs-
táculos para moverse a través de los planos de
deslizamiento. La técnica básica es hacer la segunda
fase tan finamente dispersa como sea posible; esto
puede lograrse por sobreenfrlamiento.
Un método para producir este tipo de reforza-
miento, endurecimiento por precipitación, o endu-
recimiento por maduración, consiste en un proceso
de tratamiento térmico. En cualquier aleación como
la de cobre-aluminio, en la solución de sólidos pue-
de ponerse una cantidad mayor del elemento del
aleación a una temperatura más elevada que a la
temperatura ambiente. Si se reduce la temperatura
ocurre una supersaturación de átomos de la alea-
DEFORMACiÓN -+
Figura 5.9 Curva esfuerzo-deformación para
metal esforzado más alla del límite elástico, descar-
gado y vuelto a cargar. El esfuerzo de fluencia al
volver a cargar es mayor que en la primera carga.
ción. Si la solución de sólidos se enfría con lentitud,
el exceso de átomos de soluto saldrá de la solución
emigrando hacia áreas de desorden, como son los
linderos de los granos y formará precipitados gran-
des. Debido al enfriamiento lento tiene lugar sufi-
ciente difusión, de modo que se forman grandes
precipitados que no están suficientemente próxi-
mos para ser eficaces en el reforzamiento. No obs-
tante, si el tratamiento de solución va seguido por
enfriamiento rápido, el exceso de átomos de alea-
ción se retiene en la solución de sólidos. En este
enfriamiento rápido, no hay tiempo para que ocurra
la difusión hacia los linderos de los granos. Una vez
que la solución supersaturada de sólidos está a la
temperatura ambiente o a una temperatura un poco
elevada, puede envejecerse para permitir que los
precipitados formen una costra muy fina en la masa
del metal anfitrión. Estas partículas finas de preci-
pitación bloquean efectivamente el movimiento de
la dislocación y, por tanto, refuerzan y endurecen al
metal. En la figura 5.10 se ilustra el cambio en las
propiedades de una aleación de aluminio durante
un tratamiento térmico de precipitación.
1y2
IY1
i
o
N
a::
w
:::)
u..
el:)
w
90
80
Ü)
a.. 70
~ 60
:z
~ 50
CI.I
f3 40
a:
30
20
O
TENACIDAD
30
o
20!Z
w
ii
<
10 ~
S
<
10 20 30
TIEMPO, HORAS
o
40
Figura 5.10 Cambios en las propiedades mecá-
nicas durante el tratamiento térmico de precipita-
ción de la aleación aluminio 7076a 250'F.
La continuidad del proceso de segregación local
de los átomos de aleación durante mucho tiempo
causa sobremaduración o ablandamiento. El creci-
miento continuo de precipitados en el cual por di-
fusión se combinan áreas pequeñas, próximamente
espaciadas para producir grandes precipitados, da
como resultado una estructura con menor resisten-
cia al movimiento de la dislocación.
Tamaño del grano 8 Aunque para investi-
gación científica se hacen crecer cristales indivi-
duales de metales, los grados comerciales de los
metales son materiales policristalinos. Cada grano
en un metal policristalino es un pequeño volumen
de átomos acomodados en tal forma, que los pla-
nos átomicos, en esencia, son paralelos. Cada gra-
no tiene una orientación muy diferente a la de los
granos contiguos. Las zonas entre los granos indi-
viduales, llamadas linderos de granos, son zonas de
gran desajuste atómico. Por razón de los cambios
en orientación y por la alteración de la estructura
atómica regular en los linderos de granos, hay
mucha inhibición en el movimiento de las disloca-
ciones en estas áreas. Entre mayor sea el número
de fronteras de grano, más alta será la resistencia
del metal.
Cuando disminuye el tamaño promedio de los
granos en un metal policristalino, aumenta su resis-
tencia por el incremento de obstáculos al movimien-
to de dislocación en forma de linderos de granos. El
tamaño de los granos puede controlarse con opera-
ciones de tratamiento térmico y laminado en la
producción de metales estructurales.
Materialesparaconstrucción. 5.29
5.13 Aceros estructurales
~
o
Los aceros de alta resistencia se utilizan en muchos
proyectos de ingeniería civil. Los nuevos aceros, por
lo general, los introducen sus fabricantes con marca
registrada; pero un breve examen de sus compo-
siciones, tratamiento térmico y propiedades suele
permitir relacionados con otros materiales ya exis-
tentes. En seguida aparecen algunas clasificaciones
que permiten comparar los nuevos productos con
los que ya están normalizados.
5.13.1 Clasificaciones de los aceros
estructurales
Las clasificaciones generales permiten agrupar los
aceros estructurales disponibles en la actualidad
en cuatro categorías principales, algunas de las
cuales tienen subdivisiones. Los aceros que utili-
zan el carbono como elemento principal en la alea-
ción se llaman acerosestructuralesal carbono.Los
grados más antiguos en esta categoría fueron el
"caballo de batalla" de la industria de la cons-
trucción durante muchos años y los más nuevos,
mejorados, constituyen aún la mayor parte del
tonelaje estructural.
Dos subcategorías pueden agruparse dentro de
la clasificación general de acerosal carbonode baja
aleación.Los aceros con bajo contenido de aleación
tienen cantidades moderadas de uno o más elemen-
tos de aleación, aparte del carbono para desarrollar
resistencias más altas que las de los aceros comunes
al carbono. Losacerosparacojineteal columbio-vanlldio
son metales de más elevada resistencia al límite de
fluencia, producidos con la adición de pequeñas
cantidades de estos dos elementos a los aceros de
bajo contenido de carbono.
En el mercado hay dos clases de aceroscontrata-
miento térmico, para usos en la construcción. Los
acerosal carbonocontratamientotérmicoya seabien
en su condición estándar o enfriados y templados;
su endurecimiento se logra a base del contenido de
carbono. Losacerosdealeacióncontratamientotérmico
paraconstrucciónson acerosenfriadosy templados
que contienen cantidades moderadas de elementos
de aleación, además del carbono.
Otra categoría general, marenvejecido (en inglés
maraging), son los aceros de bajo contenido de car-
bono en aleación con alto contenido de níquel. Estas
aleaciones se someten a tratamiento térmico para
5.30 . Seccióncinco
madurar la estructura martensítica de hierro-ní-
quel. Los aceros marenvejecidos tienen una caracte-
rística particular debido a que son los aceros de
grado para construcción que, en esencia, no tienen
carbono. Su alta resistencia depende por completo
de otros elementos de aleación. Esta clase de acero
posiblemente ha abierto la púerta al desarrollo de
toda una nueva serie de aceros sin carbono.
Las designaciones de las especificaciones ASTM
suelen utilizarse para clasificar los aceros estructura-
les que han estado en uso un tiempo suficiente para
poder clasificados (tabla 9.1). Las "AASHTO Stan-
dard Specifications for Highway Bridges" (American
Association of State Highway and Transportation
Officials) contienen especificaciones similares. Estas
especificaciones comprenden variables de produc-
ción como son procesos, contenido quúnico y trata-
miento térmico, así como mínimos de rendimiento en
propiedades de tensión y dureza.
La comparación de la composición química, en
cuanto a carbono y otros elementos de aleación,
puede utilizarse para distinguir entre sí los aceros
estructurales. La mayoría de los aceros estructura-
les, excepto los aceros martensíticos, contiene car-
bono en cantidades entre 0.10 y 0.28%. Los aceros
más antiguos tienen pocos elementos de aleación
y suelen clasificarse como aceros al carbono. Los
aceros que contienen cantidades moderadas de ele-
mentos de aleación, con menos de un 2% de cual-
quier otro elemento, se llaman aceros con bajo
contenido de aleación. Los aceros que contienen
mayores porcentajes de elementos de aleación,
como los aceros martensíticos con 18%de níquel, se
designan aceros con alto contenido de aleación. Las
composiciones químicas específicas de los aceros
estructurales clasificados se indican en las especifi-
caciones ASTM; las composiciones químicas típicas
de otros aceros estructurales pueden obtenerse con
los fabricantes.
En ocasiones se utiliza un sistema de numera-
ción básica para describir el contenido de carbono
y de aleación de los aceros. En el sistema de nume-
ración del American Iron and Steel Institute (AISI)
para aceros con bajo contenido de aleación, los dos
primeros números indican el contenido de aleación
y los dos últimos indican el contenido nominal de
carbono en fracciones de 0.01%. La lista completa
de aceros AISI, con límites de composición y ban-
das de capacidad de temple, pueden encontrarse en
el volumen 1 de Metals Handbook (American Society
for Metals).
El tratamiento térmico puede utilizarse como
otro medio de clasificación. Los antiguos aceros
estructurales al carbono y los aceros de alta resisten-
cia y bajo contenido de aleación no tienen trata-
miento térmico específico, pero sus propiedades se
controlan por el proceso de laminación en caliente.
Los aceros para construcción, y los aceros al carbono
térmicamente tratados, recurren a un proceso de
enfriamiento y templado para desarrollar sus pro-
piedades de alta resistencia. Los aceros ASTM A514
se someten a tratamiento térmico con enfriamiento
por inmersión en agua o aceite a no menos de
1650"F, luego templando a no menos de 1100"F.Los
aceros al carbono térmicamente tratados se some-
ten a una secuencia similar de enfriamiento y tem-
ple: austenización, enfriamiento con agua y, luego,
temple a temperaturas entre 1000" y 1300"F. El tra-
tamiento térmico típico para los aceros marenveje-
cidos comprende el recocido a 1500"F durante una
hora, enfriamiento con aire a la temperatura am-
biente y maduración a 900"F durante tres horas. El
tratamiento de maduración para los aceros marten-
síticos puede variarse para obtener diferentes gra-
dos de resistencia.
5.13.2 Efectos de la microestructura
de los aceros
Las propiedades mecánicas observadas y medidas
en escala macroscópica se basa en la microestructu-
ra constituyente del acero. Aunque hay variaciones
en los detalles de la microestructura de un tipo
particular de acero, debido a que la composición
química y el tratamiento térmico varían de límites
permisibles, las características de la microestructu-
ra pueden describirse para cada una de las clasifi-
caciones generales de los aceros estructurales.
Si el acero se enfría con mucha lentitud desde su
estado de fusión hasta la temperatura ambiente,
adopta una forma característica que depende del
porcentaje de carbono presente en la matriz de hie-
rro. Las formas presentes con cualquier combina-
ción de temperatura y composición se aprecian con
facilidad en el diagrama de hierro-carbono de la
figura 5.11. Es un diagrama de cuasiequilibrio que
representa la situación para una temperatura y
composición dadas, sólo si ha transcurrido suficien-
te tiempo para que el material alcance equilibrio
termodinámico. En muchos aceros estructurales se
producen intencionalmente estructuras fuera de
500
O 2 3 4
PORCENTAJEDECARBONO
Figura 5.11 Diagrama de equilibrio hierro-carbono.
equilibrio, para obtener las propiedades mecánicas
deseadas.
La estructura de hierro es diferente en cada una
de sus fases, como ocurre con el hielo, agua y
vapor, que tienen estructuras diferentes en sus
respectivos límites estables. La ferrita o hierro alía
es el hierro con estructura cúbica con cuerpo al
centro, que se presenta a temperatura ambiente.
La ferrita tiene baja solubilidad del carbono, por-
que el átomo de carbono es demasiado pequeño
para una solución de sólidos sustituyente y dema-
siado grande para una solución de sólidos inters-
ticial (véase sección 5.12). La austenita, o hierro
gamma, es la forma cristalina cúbica, con cara
al centro del hierro, que es estable entre 1670 y
2550'F. (Estas temperaturas son para hierro puro.
Véase la figura 5.11 para los límites completos de
estabilidad de la fase gamma.) La estructura cúbi-
6 6.67
ca con cara al centro tiene intersticios más grandes
que la ferrita, y por tanto, pueden tener más car-
bono en la estructura. La solubilidad máxima es
de 2% de carbono por peso. El hierro delta es la
forma cúbica, del hierro, con cuerpo al centro, que
es estable a más de 2550'F. Las solubilidades rela-
tivas del carbono en la matriz de hierro desempe-
ñan una función importante en las estructuras
fuera de equilibrio que se tienen como resultado
de ciertos tratamientos térmicos del acero.
La combinación de hierro y carbono, represen-
tada por la línea vertical en el contenido 6.67% de
carbono en la figura 5.11 se llama cementita (o
carburo de hierro, Fe3C), El carbono en exceso del
límite de solubilidad en el hierro forma esta segun-
da fase en la cual la estructura cristalina contiene
átomos de hierro y de carbono en una relación de
3:1. La reacción eutectoide hierro-carbono, queocu-
Materiales paraconstrucción
. 5.31
3000
b + lÍaulDo
I I I I
I
I
b-H;,-...... -...... I
1
I
I I
I
I
lÍaulDo I
2500 I I _ "'..J T-- ___ I I I
I
I
I
I
Y
I
"J
I2065°F .," _ -1- - -_:
...
2000
o
<
cc
I 1670°F I / I I y + CARBURO
cc
w
Q.
w
1500
...
.. - . I1
1333°F
I JnM I I
a
1000
11 I I
I
I I Fe3C
a + CARBURO
5.32 . Seccióncinco
rre como una declinación en la figura 5.11, para 0.8%
de carbono, implica la formación simultánea de
ferrita y carburo a partir de austenita de composi-
ción eutectoide. Dado que la ferrita y el Fe3C se
forman de manera simultánea, quedan íntimamen-
te mezclados. La mezcla, llamada perlita, tiene una
estructura laminar compuesta por capas alternas de
ferrita y de carburo.
Las estructuras fuera de equilibrio producidas
por un tratamiento térmico pueden representarse
en una gráfica de tiempo-temperatura-transforma-
ción (TIT). Una curva típica TIT para un acero 1080
se ilustra en la figura 5.12. Cuando se disminuye la
temperatura a menos del punto en el cual es estable
la fase gamma (austenita), existe una fuerza de
impulso para su transformación a la fasealía(ferri-
ta). Esta transformación necesita algún tiempo,
como se indica en la curva TIT; el tiempo y la
trayectoria seguida por la temperatura determina la
clase de estructura que se forme.
Si la temperatura se mantiene justo abajo de la
temperatura de transformación, se forma una per-
lita gruesa debido a los altos índices de difusión, los
cuales permiten que el exceso de átomos de carbono
se combine con grandes áreas de Fe3C. Con tempe-
raturas un poco más bajas, a las cuales la velocidad
de difusión no es tan alta, se forma una perlita fina.
Si la austenita inestable se enfria con suficiente ra-
pidez para evitar la difusión, el carbono presente
permanece en solución, en vez de segregarse como
un carburo. La estructura resultante con cuerpo en
el centro es tetragonal en vez de cúbica, por la
deformación en la estructura cristalina debido al
exceso de átomos de carbono. Como no ocurre di-
fusión en la formación de esta estructura, llamada
martensita (M en la figura 5.12), no hay demora de
tiempo para esta reacción.
El comienzo de la transformación martensítica
está marcado Ms y la terminación está marcada MI'
La martensita es metaestable y su existencia no
altera la validez del diagrama de equilibrio hiemo-
carbono. Con tiempo suficiente y a temperaturas
inferiores a la eutectoide, la solución sobresaturada
de carbono en hierro se transforma en una mezcla
alía-carburo llamada martensita templada. La mi-
croestructura resultante no es laminar como en la
perlita.
El enfriamiento rápido de la austenita para que
no llegue a la "nariz" de la curva TIT para formar
martensita es un paso importante en el tratamiento
térmico de los aceros. El temple posterior a tempe"
raturas un poco más elevadas producen aceros de
buena tenacidad y alta resistencia para usos en la
construcción.
Las curvas TIT también se llaman curvas de
transformación isotérmica (IT), debido a la forma
como se producen: calentando pequeñas muestras
en el intervalo de temperatura de la austenita, el
tiempo suficiente hasta la transformación completa
luego por enfriamknto y sostenimiento a diversas
temperaturas más bajas. Después, las muestras se
enfrian a la temperatura ambiente durante algunos
intervalos de tiempo y se observan las etapas de la
transformación. Aunque el diagrama IT se forma
observando las transformaciones isotérmicas, a me"
nudo se utiliza como indicación de los resultados
que pueden esperarse de transformaciones no iso-
térmicas. La publicación" Atlas ofIsothermal Trans-
formation Diagrams" (U.S. Steel Corp.) es una
compilación útil de diagramas IT para una amplia
variedad de aceros.
Los aceros estructurales al carbono contienen
alrededor de 0.2% de carbono, o sea una cantidad
mayor de la que se puede disolver en una ferrita
cúbica, con cuerpo en el centro, a la temperatura
ambiente. Se utiliza poco tratamiento térmico con
estos aceros; el control de la microestructura se logra
con la composición química y el tipo de laminado
en caliente. Los perfiles estructurales se suelen so-
meter a un proceso de laminación a baja tempera-
tura, el cual produce un tamaño uniforme de grano
1500
y ESTABLE
~ 1000
~
::J
1-
~
~ 500, Ms
==
w
1-
y+M
o~
-200
0.1 1.0 10 100 1000
TIEMPO, SEGUNDOS (ESCALA LOGARíTMICA)
Figura 5.12 Curva de transformación isotérmica
para un acero común al carbono (0.80%).
pequeño. Al enfriar, el producto final es una estruc-
tura de ferrita fina y perlita (un conjunto laminar de
ferrita y carburo de hierro).
Los aceros de alta resistencia y bajo contenido
de aleación derivan su aumento en resistencia. a
partir de una microestructura más fina y de un
endurecimiento de la solución de sólidos (sección
5.12). Los elementos de aleación demoran la trans-
formación de la austenita en perlita y aportan ele-
mentos que entran en solución en la ferrita. Esta
solución de sólidos endurece la ferrita.
Los aceros al carbono, térmicamente tratados,
se someten a enfriamiento por inmersión en agua
cuando están en la fase austenita. Los productos
resultantes (martensita) de la transformación a baja
temperatura tienen elevada resistencia, pero son
muy quebradizos (frágiles). El templado a unos
1200°F imparte mejor tenacidad y ductilidad con
poca pérdida en la resistencia a la fluencia. Este
templado da por resultado la formación de una
matriz de ferrita.
Las aleaciones para construcción térmicamente
tratadas suelen ser estructuras martensíticas tem-
pladas. La temperatura de transformación marten-
sítica (Ms) es de unos 700°Fpara estos aceros. La
presencia de elementos de aleación retrae la "nariz"
de la curva de transformación isotérmica, lo cual
permite un endurecimiento más completo. Estos
aceros se templan a unos 1200°F;a esa temperatura,
los elementos presentes (Cr, V, Mo) formadores de
carburo, ayudan a la formación de varios carburos
de aleación estables. Los carburos de aleación for-
man una dispersión fina, que refuerzan al acero por
endurecimiento por dispersión (sección 5.12).
Los aceros marenvejecidos deben su mayor
resistencia a la formación de un precipitado a base
de níquel, finamente disperso. Durante el proce-
so de maduración de los aceros marenvejecidos
con 18% de níquel, se forman partículas muy finas
en los sitios de dislocación. Estos precipitados son
los que producen la resistencia tan elevada de los
aceros marenvejecidos. La diferencia en el com-
portamiento mecánico entre estos precipitados a
base de níquel y los precipitados de carburos que
se encuentran en los aceros al carbono térmica-
mente tratados, parece ser lo que da su extraordi-
naria tenacidad a los aceros marenvejecidos.
Efectos del tamaño del grano 8 Cuando
un aceroal bajocarbonosecalientaauna temperatura
de roladoen calientey forja,entre 1300y 1600°F, sele
Materiales paraconstrucción . 5.33
pueden desarrollar granos gruesos. Para algunas
aplicaciones esta estructura puede ser deseable¡ por
ejemplo, permite un endurecimiento relativamente
profundo y, si el acero ha de utilizarse en servicio
de temperatura elevada, tendrá mayor capacidad de
carga y más carga de tracción sin deformación apre-
ciable que si el acero tuviera granos finos.
Los granos finos, sin embargo, mejoran muchas
propiedades del acero: resistencia a la propagación
de una grieta, plegabilidad y ductibilidad¡ en aceros
templados en agua y en aceros revenidos se obtie-
nen límites elásticos más altos. Además, los aceros
de grano fino y tratados térmicamente tienen menos
distorsión, menos agrietamiento por temple y es-
fuerzos internos más pequeños.
Durante la producción de un acero, el crecimien-
to de granos puede ser inhibido por una dispersión
apropiada de inclusiones no metálicas, o por carbu-
ros que se disuelven lentamente o permanecen sin
disolverse durante el enfriamiento. El método acos-
tumbrado de fabricar acero de grano fino utiliza la
desoxidación de aluminio. En tales aceros, el agente
inhibidor puede ser una dispersión submicroscópi-
ca de nitruro o de óxido de aluminio. Los granos
finos también pueden ser producidos si se trabajan
en caliente productos rolados o forjados, que de otra
forma tendrían una estructura de grano grueso. La
temperatura en la etapa final del trabajo en caliente
determina el tamaño final del grano. Si la tempera-
tura de acabado es relativamente alta y los granos
después del enfriamiento son gruesos, el tamaño se
puede reducir por normalización. Esto requiere ca-
lentar el acero entre 1400 y 1800°F. Entonces se deja
que el acero se enfríe en aire sin corrientes (la rapi-
dez de enfriamiento es mucho mayor que en el
recocido). Los aceros de grano fino o grueso pueden
recibir tratamiento térmico para que tengan grano
grueso o fino.
5.13.3 Aleaciones de acero
Se puede comunicar una amplia gama de propieda-
des a los aceros al carbono simples por tratamiento
térmico y al trabajarlos¡ pero la adición de elemen-
tos de aleación aumenta en gran medida aquellas
propiedades o hace las operaciones de tratamiento
térmico más fáciles y más sencillas. Por ejemplo, alta
resistencia a la tracción y tenacidad combinadas,
resistencia a la corrosión, corte de alta velocidad, y
muchos otros usos especiales exigen aceros con con-
5.34 . Seccióncinco
tenido de aleación, pero el efecto más importante
de las aleaciones es la influencia o la capacidad de
temple.
El aluminio restringe el crecimiento de granos
durante el tratamiento térmico y acelera el endure-
cimiento de la superficie por nitruración.
El cromo es un endurecedor, acelera la resisten-
cia a la corrosión y la resistencia al desgaste.
El cobre acelera la resistencia a la corrosión at-
mosférica, y a veces se combina con molibdeno para
este propósito en aceros con bajo contenido de car-
bono y en hierros. Refuerza el acero y aumenta el
límite de elasticidad sin cambiar indebidamente la
elongación o reducir el área.
El manganeso, en bajas concentraciones, acelera
el endurecimiento y las características de no defor-
mación y no contracción en aceros para herramien-
tas; en altas concentraciones, el acero es austenítico
bajo condiciones ordinarias, es extremadamente te-
naz y se endurece con facilidad en el trabajo. Por lo
tanto, se utiliza para dientes de cangilones de palas
mecánicas, sapos de vías de ferrocarril, trituradoras
de roca y aplicaciones similares.
El molibdeno suele estar mezclado con otros
elementos, en especial cromo y níquel. Aumenta la
resistencia a la corrosión, eleva la resistencia a
la tracción y el límite elástico sin reducir ductibili-
dad, favorece la carbocementación y mejora la resis-
tencia al impacto.
El níquel mejora la resistencia a la tracción y el
límite de elasticidad sin reducir la ductibilidad; au-
menta la tenacidad a baja temperatura mientras que
los aceros ordinarios al carbón se hacen frágiles;
favorece la carbocementación y, en altas concentra-
ciones, mejora la resistencia a la corrosión bajo se-
veras condiciones. Se utiliza muchas veces con
cromo. El Invar contiene 36% de níquel.
El silicio refuerza los aceros con bajo contenido
de aleación, mejora la resistencia a la oxidación; con
bajo contenido de carbono, produce acero para
transformadores por la baja pérdida de histéresis y
alta permeabilidad; en altas concentraciones, pro-
duce piezas fundidas duras y quebradizas, resisten-
tes a productos químicos corrosivos, útiles en líneas
de plomería para laboratorios químicos.
El azufre favorece el maquinado libre, en espe-
cial en aceros suaves.
El titanio evita la corrosión intergranular de ace-
ros inoxidables, al impedir el vaciamiento del con-
torno del grano del cromo en operaciones tales
como la soldadura y el tratamiento térmico.
El tungsteno, el vanadio y el cobalto se utilizan
todos en acero para herramientas de alta velocidad
porque favorecen la dureza y la resistencia a la
abrasión. El tungsteno y el cobalto también aumen-
tan la dureza a alta temperatura.
Los aceros inoxidables de interés básico en cons-
trucciones son los aceros inoxidables forjados del
tipo austenítico. Los aceros inoxidables austeníticos
contienen cromo y níquel. El contenido total de
metales de aleación no es menor de 23%, con el
cromo a no menos del 16% y el níquel a no menos
del 7%. Los aceros inoxidables que por lo común se
utilizan tienen una resistencia a la tracción de 75 ksi
Ylímite de elasticidad de 30 ksi cuando están reco-
cidos. Los aceros de acabado en frío pueden tener
una resistencia a la tracción de hasta 125 ksi con un
límite de elasticidad de 100 ksi.
Los aceros inoxidables austeníticos son tena-
ces, fuertes y resistentes a impactos, pero se endu-
recen con facilidad en el trabajo; por esto, se puede
presentar alguna dificultad en este punto con el
maquinado y trabajo en frío. Estos aceros se pue-
den soldar fácilmente, pero es posible que sea
necesario estabilizarlos (por ejemplos, los tipos
AlSI 321 y 347) contra la precipitación de carburo
y la corrosión intergranular debida a la soldadura,
a menos que se tomen precauciones especiales. De
todos los aceros inoxidables, éstos tienen la mejor
tenacidad y resistencia a desconchaduras a alta
temperatura.
Los tipos 303 y 304 son los conocidos aceros
inoxidables 18-8 ampliamente usados para cons-
trucciones; estos tipos, y los 302 y 316, son los aceros
inoxidables que más se utilizan. Cuando se necesita
máxima resistencia a la corrosión, como es la resis-
tencia a corrosiones localizadas producida por agua
de mar y productos químicos, los mejores son los
tipos 316 y 317 que contienen molibdeno.
Para resistencia a la corrosión atmosférica ordi-
naria, se utilizan algunos de los aceros inoxidables
martensíticos y ferríticos que contienen de 15 a 20%
de cromo y no contienen níquel. Los aceros marten-
síticos, en general, tienen un contenido que varía del
12 al 18% de cromo y de 0.08 a 1.10 de carbono. Su
respuesta al tratamiento térmico es similar a la de
aceros al carbono simples. Cuando el contenido
de cromo varía de 15 a 30% y el contenido de carbo-
no sea menor a 0.35%, los aceros son ferríticos y no
endurecibles. Los aceros al alto cromo son resisten-
tes a la corrosión oxidante y son útiles en plantas
químicas.
Materiales paraconstrucción . 5.35
TABLA 5.8 Propiedades mecánicas mínimas especificadas de tubería estruqural
5.13.4 Tuberíapara aplicaciones
estructurales
La tubería estructural se prefiere a otros elementos
de acero cuando se necesita resistencia a la torsión
y cuando es estéticamente deseable una sección
cerrada. Además, muchas veces la tubería estructu-
ral puede ser una opción económica para elementos
de compresión sujetos a cargas de moderadas a
ligeras. La tubería cuadrada y rectangular se fabri-
ca por fonnación, en frío o en caliente, de tubería
redonda soldada o sin costura en un proceso conti-
nuo. Una tubería A500 de acero al carbono fonnada
en frío (tabla 5.8) se obtiene en cuatro grados de
resistencia en cada una de dos fonnas de producto,
confonnadas (cuadradas o rectangulares) o redon-
das. Se dispone de un límite de elasticidad mínimo
de hasta 46 ksi para tubos confonnados y de hasta
50 ksi para tubos redondos.
Un tubo A501 es un producto de acero al carbono
fonnado en caliente. Contiene un límite de elastici-
dad igual al del acero A36 en tubos que tienen un
grosor de pared de 1 in o menos.
Un tubo A618 es un producto HSLA (alta resis-
tencia y bajo contenido de elementos de aleación)
fonnado en caliente. Ofrece un límite de elasticidad
mínimo de 33 a 50 ksi, dependiendo del grado y
grosor de pared. Los tres grados tienen mejor resis-
tencia a la corrosión atmosférica. Los grados la e
lb se pueden utilizar desnudos para muchas aplica-
ciones cuando se exponen adecuadamente a la at-
mósfera.
5.13.5 Propiedades mecánicas
de aceros estructurales
Las propiedades del acero a la tracción se detenni-
nan generalmente a partir de pruebas de tensión
en muestras o cupones pequeños de acuerdo con
procedimientos estándar de la ASTM. El comporta-
miento de los aceros en estas pruebas está cer-
canamente relacionado al de elementos de acero
estructural bajo cargas estáticas. Debido a que, para
aceros estructurales, los límites de elasticid~d y los
módulos de elasticidad detenninados en tensión y
compresión son casi los mismos, raras veces son
necesarias las pruebas de compresión.
La resistencia a la tracción de aceros estructura-
les se encuentra generalmente entre 60 y 80 ksi para
los grados de carbono y de baja aleación, y entre 105
y 135 ksi para los aceros con contenido de aleación
templados y revenidos (A514). Los límites elásticos
aparecen en la tabla 9.1. La elongación en 2 in, una
Designación
Fonna Límite de
Tenacidad,
Alargamiento
ASTM
de Eroducto
elasticidad, ksi
ksi
en 2 in, %
ASOO Confonnado
Grado A 33 45 25
Grado B 42 58 23
Grado C 46 62 21
Grado D 36 58 23
ASOO Redondo
Grado A 39 45 25
Grado B 46 58 23
Grado C 50 62 21
Grado D 36 58 23
AS01 Redondo o confonnado 36 58 23
A618 Redondo o confonnado
Grados la, lb, II
Paredes $ in 50 70 22
Paredes > a 1\.2in 46 67 22
Grado III 50 65 20
20
o
o 0.04 0.08 0.12 0.16 0.20 0.24
DEFORMACiÓN,IN POR IN
Figura 5.13 Curvas típicas de esfuerzos y defor-
maciones para aceros estructurales.
medida de ductibilidad, generalmente excede de
20%, excepto para aceros A514. El módulo de elas-
ticidad es por lo general cercano a los 29 000 ksi.
En la figura 5.13 se ilustran las curvas típicas de
esfuerzos y deformaciones para varios tipos de ace-
ros. La porción inicial de las curvas se muestra a una
escala amplificada en la figura 5.14; indica que hay
un límite elástico inicial para los aceros estructura-
les en el que no hay deformación permanente al
retirar la carga. El módulo de elasticidad E, que está
dado por la pendiente de las curvas, es casi una
constante de 29 000 ksi para todos los aceros. Para
los aceros al carbono, alta resistencia y bajo conteni-
do de elementos de aleación, el límite inelástico en
donde las deformaciones exceden a las del límite
elástico consta de dos partes: inicialmente, un límite
plástico ocurre cuando los aceros ceden, es decir, la
deformacion aumenta sin que haya aumento del
esfuerzo. Luego sigue un límite de endurecimiento
de deformación en el que un aumento en la defor-
mación se acompaña de un aumento importante en
el esfuerzo.
Las curvas de la figura 5.14 también muestran
un límite de elasticidad superior e inferior para
aceros al carbono, y de alta resistencia y bajo conte-
nido de aleación. El límite de elasticidad superior es
el indicado en especificaciones estándar para los
aceros. En contraste, las curvas no indican un límite
de elasticidad para los aceros tratados térmicamen-
te. Para estos aceros, la ASTM 370, "Mechanical
Testing of Steel Products," reconoce dos formas de
indicar el esfuerzo al cual hay una desviación con-
siderable a partir de la proporcionalidad entre es-
fuerzo y deformación. Una forma, aplicable a aceros
con un límite de elasticidad especificado de 80 ksi o
menos, es definir el límite de elasticidad como el
esfuerzo al cual una muestra de prueba alcanza
una extensión de 0.5% bajo carga (0.5% EUL). La
segunda forma es definir el límite elástico como el
esfuerzo al cual una muestra de prueba alcanza una
deformación (desplazamiento) 0.2% mayor que la
de comportamiento elástico. El límite de elasticidad
y el límite elástico se conocen también como carga
de deformación remanente.
La ductibilidad se mide en pruebas de tensión
por la elongación porcentual sobre una longitud
dada de referencia, por lo general 2 u 8 in, o por la
reducción porcentual de área de sección transver-
sal. La ductibilidad es una propiedad importante
porque permite la redistribución de esfuerzos en
elementos continuos y en puntos de esfuerzos loca-
les altos.
La tenacidad se define como la capacidad de un
acero para absorber energía; cuanto más alta sea la
capacidad, mayor será la tenacidad. Determinada
por el área bajo la curva de esfuerzo-deformación,
la tenacidad depende tanto de la resistencia como
de la ductibilidad del metal. La resistencia a la
propagación de grietas es la tenacidad de la región
de ranuras u otras concentraciones de esfuerzo.
Una medida cuantitativa de la resistencia a la pro-
pagación de grietas es la tenacidad de fractura,
que se determina por mecánica de fracturas a partir
de relaciones entre esfuerzos y el tamaño de una
falla.
El coeficiente de Poisson, que es la relación
entre una deformación transversal y una axial, tam-
bién se mide en pruebas de tensión. Se puede tomar
como 0.30 en la escala elástica y 0.50 en la escala
plástica para aceros estructurales.
Los aceros de gran resistencia y bajo contenido
de elementos de aleación son tan importantes en
construcción como los aceros al carbono. Las series
A242, además de tener un límite elástico conside-
rablemente más alto que los aceros estructurales al
carbono, también tienen de cuatro a seis veces más
resistencia a la corrosión de un acero al carbono A36
sin cobre. Un A441 es un acero al manganeso-vana-
dio con 0.20% de contenido de cobre como mínimo
5.36 . Sección cinco
ALEACiÓNDEACERO
PARACONSTRUCCiÓN,
120r / CONTRATAMIENTO TÉRMICOA514
100
tñ 80
¿
::i:! 60
u.I
:::)
1&-
40L I
ACEROALCARBONO, A36
20
lÍMITE
ELÁSTICO
120
0.005
ACEROA514
100
Materiales paraconstrucción . 5.37
lÍMITE DEFLUENCIACONDESVIACiÓNDE0.2%
LIMITE DEFLUENCIACON0.5% DEE. U. L.
y se destina básicamente para construcciones solda-
das. Tiene alrededor de dos veces la resistencia a la
corrosión que los aceros al carbono. Los aceros A588
tienen propiedades semejantes, pero su química
diferente hace posible un límite elástico de 50 ksi en
grosores hasta de 4 in, en tanto que el límite elástico
de aceros A441 disminuye de 50 a 46 ksi para gro-
sores mayores de ~ in y a 42 ksi para grosores de
más de 1h pulgadas.
80
ACERODEALTARESISTENCIAAL CARBONO,TRATAMIENTOTÉRMICO
ACERODEBAJAALEACIÓN,ALTARESISTENCIA
40
lÍMITE SUPERIORDEFLUENCIA
lÍMITE INFERIORDEFLUENCIA
LíMITE PLÁSTICO
PENDIENTE= E
lÍMITES DEDEFORMACiÓNY ENDURECIMIENTO
LIMITE INELÁSTICO
0.010 0.015 0.020
DEFORMACIÓN, INPORIN
0.030 0.025
Figura 5.14 Amplificaciónde la porción inicial de las curvas de esfuerzos y defonnaciones de la figura
5.13.
La propiedad principal de los aceros A514 es
su elevado límite elástico, que es casi tres veces
el del A36. Los aceros con aleación y tratados tér-
micamente, para construcción, también muestran
buena tenacidad en amplios márgenes de tempe-
raturas y excelente resistencia a la corrosión at-
mosférica.
La ASTM también ha preparado una especifica-
ción general, la A709, para acero estructural para
5.38 . Seccióncinco
puentes, que comprende los grados que por lo ge-
neral se usaron antes.
El trabajo en frío de aceros estructurales, es
decir, la conformación de placas o formas estruc-
turales en otras formas a la temperatura ambiente,
cambia varias propiedades de los aceros. Las de-
formaciones resultantes están dentro de los límites
del endurecimiento por tratamiento mecánico. El
límite elástico aumenta pero la ductibilidad dismi-
nuye. (Algunos aceros se rolan en frío para obte-
ner mayores resistencias). Si un elemento de acero
se deforma hasta quedar dentro de los límites de
endurecimiento por tratamiento mecánico, se le
retira la carga y luego se deja envejecer a la tem-
peratura ambiente o a temperaturas moderada-
mente elevadas (proceso llamado envejecimiento
mecánico), el límite elástico y la resistencia a la
tracción aumenta pero la ductibilidad disminuye.
El tratamiento térmico se puede emplear para mo-
dificar los efectos del trabajo en frío y del enveje-
cimiento mecánico.
La martensita al hierro-níquel y sin carbono, que
es el material base para el endurecimiento estructu-
ral, es relativamente suave y dúctil si se compara
con la martensita que contiene carbono; pero la
martensita al hierro-níquel se hace dura, fuerte y
tenaz cuando se envejece. Por esta razón, los aceros
al níquel muy bajos en carbono se pueden trabajar
cuando se encuentran en una condición martensíti-
ca comparativamente dúctil y, después, se pueden
reforzar mediante un sencillo tratamiento de enve-
jecimiento.
El grado de deformación también cambia las
propiedades de tracción de aceros estructurales. En
una prueba ordinaria de tracción, la carga se aplica
lentamente. Los datos resultantes son apropiados
para el diseño de estructuras para cargas estáticas.
Para el diseño de aplicaciones rápidas de cargas,
como en el caso de cargas de impacto, se requieren
los datos de las pruebas de tensión rápida; tales
pruebas indican que el límite elástico y la resistencia
a la tracción aumentan pero la ductibilidad y la
relación entre resistencia a la tracción y límite elás-
tico disminuyen.
Las altas temperaturas afectan también las pro-
piedades de aceros estructurales. A medida que las
temperaturas aumentan, la curva de esfuerzos y
deformaciones se hace más redondeada y la resis-
tencia a la tracción y el límite elástico, bajo la acción
del envejecimiento mecánico, disminuyen. El coefi-
ciente de Poisson no resulta afectado de manera
importante, pero el módulo de elasticidad disminu-
ye. La ductibilidad se reduce hasta que alcanza un
valor mínimo. Entonces, se eleva con un aumento
en temperatura y se hace más grande que la ducti-
bilidad a temperatura ambiente.
Las bajas temperaturas, en combinación con el
esfuerzo de tracción y especialmente con discon-
tinuidades geométricas tales como ranuras, aguje-
ros para tornillos y soldaduras, puede ocasionar
una falla por fragilidad. Ésta es una falla que se
presenta por fisura, con poca indicación de defor-
mación plástica. Una falla dúctil, en contraste,
ocurre principalmente por esfuerzo cortante, por
lo general precedido por deformación plástica
grande. Una de las pruebas que más se utilizan
para clasificar aceros por su resistencia a fractura
por fragilidad es la prueba Charpy de ranura en
V, misma que evalúa la tenacidad de ranura a
temperaturas específicas.
La dureza se utiliza en la producción de aceros
para calcular la resistencia a la tracción y para
comprobar la uniformidad de resistencia a la trac-
ción en varios productos. La dureza se determina
como un número relacionado con la resistencia a
la indentación. Sepuede utilizar cualquiera de di-
ferentes pruebas, y los números resultantes de
dureza dependen del tipo de penetrador y carga;
éstos deben indicarse cuando se dé un número de
dureza. Las pruebas de dureza que generalmente
se emplean son la Brinell, Rockwell, Knoop y Vic-
kers. La norma ASTMA370, "Mechanical Testing
of Steel Products," contiene tablas que relacionan
entre sí los números de dureza de las diferentes
pruebas y la correspondiente resistencia a la trac-
ción aproximada.
La fluencia, que es un cambio gradual en defor-
mación bajoesfuerzo constante, no es por logeneral
un factor de importancia para armazones de acero
estructural excepto en incendios. La fluencia suele
presentarse en altas temperaturas o esfuerzos rela-
tivamente altos, o en ambos.
El relajamiento, que es una disminución gra-
dual en carga o esfuerzo bajodeformación constan-
te, es un asunto importante en la aplicación de
tendones de acero para pretensar. Con alambres o
hilos de acero, el relajamiento puede ocurrir a la
temperatura ambiente. Para reducido de manera
considerable se puede emplear hilo estabilizado o
de bajo relajamiento, lo que se logra al pretensar el
hilo a una temperatura de alrededor de 600.F.Per-
manece una elongación cercana all %y aumenta el
límite elástico a casi 5% sobre el hilo sin tensión (con
tratamiento térmico pero no tensionado).
Los esfuerzos residuales permanecen en ele-
mentos estructurales una vez que se hayan lamina-
do o trabajado; también resultan por enfriamiento
irregular después del laminado. En un elemen-
to soldado, los esfuerzos residuales de tracción se
forman cerca de la soldadura y los compresivos en
otras partes. Las placas con bordes laminados tie-
nen esfuerzos residuales compresivos en los bordes,
en tanto que los bordes cortados con soplete tienen
esfuerzos residuales de tracción. Cuando se aplican
cargas a tales elementos, puede tener lugar alguna
deformación donde se presenten esfuerzos residua-
les. Sin embargo, debido a la ductibilidad del acero,
el efecto en la resistencia a la tracción no es de
importancia pero la resistencia al pandeo de colum-
nas puede reducirse.
5.13.6 Fatiga de aceros estructurales
Cuando se somete a cargas cíclicas, en especial
cuando se presentan inversiones de esfuerzos, un
elemento estructural puede fallar finalmente debi-
do a grietas que se forman y propagan. Conocido
como falla por fatiga, esto puede ocurrir a niveles
de esfuerzo bien por abajo de la carga de deforma-
ción remanente. La resistencia por fatiga se puede
determinar mediante una prueba de viga giratoria,
de plegado o de carga axial. En estas pruebas, las
muestras se someten a esfuerzos que varían, por lo
general en un límite constante de esfuerzo entre
esfuerzos máximo y mínimo hasta que ocurre la
falla. Los resultados de las pruebas se grafican en
un diagrama S-N, donde S es el esfuerzo máximo
(resistencia a la fatiga) y N es el número de ciclos
hasta la falla (longevidad a la fatiga). Estos diagra-
mas indican que la resistencia a la fatiga de un acero
estructural decrece con un aumento en el número
de ciclos hasta que se alcance un valor mínimo,
que es el límite de fatiga. Presumiblemente, si el
esfuerzo máximo no excede al límite de fatiga, se
puede aplicar un número ilimitado de cielos de esa
relación entre esfuerzo máximo y mínimo sin que
ocurra falla alguna. Con la tensión considerada
como positiva y la compresión como negativa, las
pruebas también demuestran que a medida que
disminuye la relación entre el esfuerzo máximo y el
mínimo se reduce de modo considerable la resisten-
cia a la fatiga.
Materiales paraconstrucción . 5.39
Como las pruebas se hacen en muestras pulidas
y el acero recibido de una planta tiene una superficie
rugosa, los datos de fatiga para diseño deben obte-
nerse de pruebas hechas en un material tal como se
reciba.
Las pruebas indican además que los aceros con
aproximadamente la misma resistencia a la tracción
tienen casi la misma resistencia a la fatiga. De aquí
que el diagrama S-N obtenido para un acero se
puede utilizar para otros aceros que tengan más o
menos la misma resistencia a la tracción.
5.13.7 Propiedades de cizalladura
de aceros estructurales
El coeficiente de rigidez de elasticidad G es la rela-
ción entre el esfuerzo cortante y la deformación por
esfuerzo cortante durante el comportamiento elás-
tico inicial. Se puede calcular mediante la ecuación
(6.5) a partir de valores del módulo de elasticidad y
la relación de Poisson, desarrollada en pruebas de
esfuerzos y deformaciones de tensión. Por lo tanto,
G para aceros estructurales se toma generalmente
como 11 000 ksi.
La resistencia al esfuerzo cortante, o esfuerzo
de cizalladura en una falla de esfuerzo cortante
puro, varía de 0.67Ft a 0.75Ft para aceros estructu-
rales, donde Ft es la resistencia a la tracción. El
límite elástico en cizalladura es de alrededor de
0.57Ft.
5.13.8 Efectos de métodos
de producción de acero
El procesamiento de aceros después de la conver-
sión de arrabio en acero en un horno tiene una
importante influencia en las características de los
productos finales. El procedimiento general es
como sigue: el acero fundido a alrededor de 29oo.F
se vacía en una olla de acero, que es un recipiente
abierto y recubierto de refractario. Los materiales de
aleación y los desoxidantes se pueden agregar du-
rante la sangría de la hornada o en la olla; de ésta,
el metal líquido se vacía en moldes, donde se soli-
difica. Estas piezas fundidas, llamadas lingotes, se
colocan luego en hornos especiales llamados fosos
de impregnación, en donde se mantienen a la tem-
5.40 . Secctóncinco
peratura deseada para forja hasta que la tempera-
tura sea uniforme en toda la pieza.
El acero se enfría de manera irregular en un mol-
de, debido a que el líquido en las paredes del molde
se solidifica y se enfría más rápidamente que el
metal del interior del lingote. Se desprenden gases
disueltos en el líquido, principalmente oxígeno, a
medida que el líquido se enfría. Pueden resultar
cuatro tipos de lingote: desoxidado, semi calmado,
de efervescencia interrumpida (chapa colocada en
la parte alta de la lingotera cuando está llena) y
parcialmente desoxidado, dependiendo de la canti-
dad de gases disueltos en el líquido, del contenido
de carbono del acero y de la cantidad de desoxidan-
tes que se agreguen al acero.
Un lingote por completo desoxidado no desa-
rrolla gases; el acero fundido está quemado en el
molde. La superficie de la parte superior se solidi-
fica en forma relativamente rápida. Abajo de la
parte superior se forma un rechupe, que es una
cavidad de contracción que se llena de modo in-
termitente. Los aceros desoxidados por completo
suelen vaciarse en moldes con su extremo más
grande hacia arriba, con mazarotas calientes para
confinar el rechupe a la mazarota caliente, que
luego se desecha. Un lingote semicalmado desa-
rrolla una pequeña cantidad de gas que, al quedar
atrapado cuando el metal se solidifica, forma am-
pollas en la porción superior del lingote. En un
lingote de efervescencia interrumpida se des-
prenden óxidos de carbono durante la solidifica-
ción, un hervor que es ocasionado por evolución
de gases que obliga al acero a subir. Este proceso
se detiene mediante un tapón asegurado al molde.
Las fuertes corrientes ascendentes a lo largo de los
costados del molde eliminan las burbujas que de
otro modo se formarían en la porción superior del
lingote, pero estas burbujas se forman en la por-
ción inferior, separadas de las paredes del molde
por una gruesa pared sólida. En un lingote par-
cialmente des oxidado ocurre un fuerte despren-
dimiento de óxido de carbono y se confinan las
burbujas sólo a la parte inferior del lingote. En
aceros parcialmente desoxidados, los efectos de la
segregación son tan marcados que las regiones
interiores y exteriores difieren de manera suficien-
te en composición química que parecen aceros
diferentes. La frontera entre estas regiones es cla-
ra. Los aceros parcialmente desoxidados se prefie-
ren cuando es importante el acabado superficial y
los efectos de la segregación no son perjudiciales.
Los aceros desoxidados y semicalmados requie-
ren costos adicionales para desoxidantes si el con-
tenido de carbono es bajo, y los productos de
desoxidación forman inclusiones no metálicas en el
lingote. En consecuencia, muchas veces es ventajo-
so para los productores de aceros hacer aceros con
bajo contenido de carbono por el procedimiento de
lingote de efervescencia interrumpida o parcial-
mente desoxidado, y aceros al alto carbono por el
de lingote desoxidado o semicalmado.
Un rechupe, o mazarota de contracción, suele ser
lo suficientemente pequeño en la mayor parte de los
aceros para ser eliminado por la laminación. Las
burbujas del interior de un lingote, pequeños hue-
cos formados por gases atrapados, por lo general se
eliminan durante el rolado. Si se €xtienden a la
superficie, pueden ser oxidadas y formar costuras
cuando el lingote sea rolado, porque el metal oxida-
do no puede soldarse. Los lingotes correctamente
hechos tienen una pared bastante gruesa sobre las
burbujas para evitar la oxidación.
Los aceros de efervescencia interrumpida se pro-
ducen en una forma muy semejante a la de los
parcialmente desoxidados pero con menos des-
prendimiento de óxido de carbono durante la soli-
dificación; los aceros de efervescencia interrumpida
tienen menos segregación. Se utilizan para hacer lá-
minas, perfiles, plancha para tubos, hojalata, alam-
bre y barras.
El acero semicalmado se desoxida menos que el
desoxidado. La mayor parte de la desoxidación se
efectúa con adiciones de un desoxidante a la olla.
Los aceros semicalmados se utilizan en formas es-
tructurales y placas.
Los aceros desoxidados generalmente se desoxi-
dan por adiciones tanto en el horno como en la olla;
suelen agregarse compuestos de silicio al horno
para reducir el contenido de oxígeno del metallí-
quido y detener la oxidación de carbono (bloquear
la colada). Esto también permite la adición de ele-
mentos de aleación que son susceptibles a la oxi-
dación. El silicio u otros desoxidantes, como el
aluminio, vanadio y titanio, se pueden agregar a la
olla para completar la desoxidación. El aluminio, el
vanadio y el titanio tienen el benéfico efecto adicio-
nal de inhibir el crecimiento de granos cuando el
acero es normalizado. (En condiciones de laminado
en caliente, estos aceros tienen aproximadamente el
mismo tamaño de granos de ferrita que los aceros
semicalmados.) Muchas veces se especifican aceros
desoxidados, que han sido desoxidados con alumi-
nio y silicio (práctica de grano fino), para aplicacio-
nes de construcción por su mejor resistencia a la
propagación de grietas y menores temperaturas de
transición que los aceros semicalmados de la misma
composición.
5.13.9 Efectos de laminado en caliente
Las placas y formas para construcción se pueden
fabricar por fundición y laminado de lingotes o por
proceso de fundición con solidificación continua. La
mayor parte de las placas y formas se hacen por
lingotes laminados en caliente, pero, por lo general,
los productos finales no son laminados directamen-
te a partir de lingotes. Primero, los lingotes se redu-
cen en sección transversal en paquetes, desbastes y
tochos, ya que estas formas permiten la corrección
de defectos antes del laminado final, el corte en
tramos convenientes para el laminado final, el reca-
lentamiento para laminado posterior y transferen-
cia a otros trenes de laminación, si se desea, para ese
procesamiento.
La norma ASTM A6 exige que el material para
entrega "debe estar libre de defectos perjudiciales y
debe tener un acabado bien hecho". La especifica-
ción permite a los fabricantes acondicionar placas y
formas "para eliminar imperfecciones superficiales
perjudiciales o depresiones superficiales por esme-
rilado, o desbaste y esmerilado. . ."
Las placas producidas a partir de desbastes rec-
tangulares, o directamente de lingotes, se distin-
guen de las láminas, perfiles y barras planas por las
limitaciones de la ASTM A6 en cuanto a medidas.
En general, las placas son más pesadas, por ft lineal,
que estos otros productos. Las placas cortadas, o
placas cortadas en los cuatro bordes, se hacen en
rodillos horizontales y rectos y después se cortan en
todos los bordes. Las placas universales, o placas
universales cortadas a medida, se forman entre ro-
dillos verticales y horizontales y luego se cortan sólo
en los extremos.
Algunas de las placas pueden recibir tratamiento
térmico, dependiendo del grado de acero y uso para
el que se destinen. Para acero al carbón, el trata-
miento puede ser recocido, normalización y estabi-
lización o eliminación de esfuerzos internos. Las
placas de acero de alta resistencia y bajo contenido
de elementos de aleación, para la construcción, pue-
den ser templadas y revenidas.
Materiales paraconstrucción . 5.41
Las formas se laminan a partir de tochos que
primero se recalientan a 2250°F. Los rodillos redu-
cen gradualmente los tochos plásticos a las formas
y medidas deseadas. Las formas se cortan entonces
con una sierra caliente a la longitud necesaria para
su manejo adecuado.
La estructura interna y muchas propiedades de
placas y formas están determinadas principalmente
por la química del acero, proceso de laminado, con-
diciones de enfriamiento después del laminado, y
tratamiento térmico, cuando se use. Como resultado
del laminado en caliente, la ductibilidad y plegabili-
dad (facilidad para doblarse) son mucho mejores en
la dirección longitudinal que en la transversal, y estas
propiedades son más deficientes en la dirección del
grosor. La rapidez de enfriamiento después dellami-
nado determina la distribución de ferrita y el tamaño
de los granos de la ferrita. El laminado, sin embargo,
puede inducir esfuerzos residuales en placas y en
formas. Incluso otros efectos son consecuencia del
grosor final del material laminado en caliente.
El material más grueso necesita menos lamina-
do, la temperatura del laminado de acabado es más
alta y la rapidez de enfriamiento es más lenta que
para un material delgado. Como resultado de lo
anterior, el material delgado tiene una superior mi-
croestructura. Además, el material más grueso pue-
de tener un estado de esfuerzo menos favorable
debido a concentraciones de esfuerzos como son las
diminutas grietas e inclusiones, y los esfuerzos re-
siduales. En consecuencia, en un material delgado
se forman resistencias a la tracción y límites elásti-
cos más elevados que en un material grueso del
mismo acero. Las especificaciones de la ASTM para
aceros estructurales reconocen esto al fijar general-
mente límites de elasticidad menores para un mate-
rial más grueso. El acero A36, sin embargo, tiene el
mismo límite de elasticidad para todos los grosores.
Para lograr esto, la química varía para placas y
formas y para placas delgadas y gruesas. Las placas
más gruesas contienen más carbono y manganeso
para elevar el límite de elasticidad, lo que no se
puede hacer para aceros de alta resistencia por el
efecto adverso en la resistencia a la propagación de
grietas, la ductibilidad y la soldabilidad.
El material delgado tiene mayor ductibilidad
que el grueso del mismo acero. Como la normaliza-
ción refina la estructura granular, el material grueso
mejora relativamente más con la normalización que
el material delgado. La mejoría es aun mayor con
aceros desoxidados con silicio y aluminio.
5.42 . Seccióncinco
5.13.10 Efectos de punzonados y cortes
El pW\Zonado de agujeros y el corte durante la
fabricación son operaciones de trabajo en frío que
pueden ocasionar fallas por fragilidad. Los agujeros
para tornillos, por ejemplo, se pueden formar por
taladro, pW\Zonado, o pW\Zonado seguido de rima-
do. El pW\Zonado es una operación drástica de
trabajo en frío en el borde de un agujero del mate-
rial, lo que hace que el acero sea menos dúctil.
Además, hay la posibilidad de que el pW\Zonado
ocasione grietas cortas que se prolongan radialmen-
te a partir del agujero. Por lo tanto, una falla por
fragilidad puede iniciarse en el agujero cuando el
elemento se someta a esfuerzos.
Rimar un agujero después de pW\Zonarlo puede
eliminar las grietas radiales cortas y el riesgo de
fragilización. Para este propósito, el diámetro del
agujero debe aumentarse de !¡¡6a 1¡4in por el rimado,
dependiendo del grueso del material y el diámetro
del agujero.
El corte tiene casi los mismos efectos que el
pW\Zonado. Si los bordes cortados han de dejarse
expuestos, deben cortarse los bordes con soplete
V\6in o más material según sea el grosor. Obsérvese
también que el maquinado bruto, por ejemplo, he-
cho en canteadoras que hagan un corte profundo,
puede producir los mismos efectos que el corte o el
pW\Zonado.
5.13.11 Soldadura
La soldadura por fusión es un proceso para unir
metales al deterretirlos o fundirlos, al mismo tiem-
po que se deposita un material de aporte en la junta
entre ellos. Durante la soldadura, la parte del metal
de base cerca de la unión y todo el metal de aporta-
ción se funden. Debido a la buena conductividad
térmica del metal, se forma un gradiente de tempe-
ratura que varía desde el punto de fusión en la zona
de fusión hasta la temperatura ambiente a cierta
distancia de la zona de soldadura.
Las características generales de soldadura de los
diversos tipos de metales ferrosos son como sigue:
El hierro maleable se forja, en el ideal, pero
puede soldarse por otros métodos si el metal de base
se funde por completo. La escoria se funde primero
y puede confundir a operarios no capacitados.
Los hierros y aceros al bajo carbono (0.30%C o
menos) se sueldan fácilmente y no requieren preca-
lentamiento o recocido subsecuente, a menos que
deban eliminarse esfuerzos residuales.
Los aceros con contenido medio de carbono
(0.30 a 0.50%C) pueden soldarse mediante los diver-
sos procesos de fusión. En algunos casos, en especial
en acero con más de 0.40% de carbono, puede nece-
sitarse precalentamiento y tratamiento térmico sub-
secuente.
Los aceros al alto carbono (0.50 a 0.90%C) son
más difíciles de soldar y, en especial en soldadura
de arco, es posible que sea necesario precalentarlos
a por lo menos SOO'Fy subsecuentemente calentar-
los entre 1200 y 1450'F. Para soldadura con gas,
muchas veces se utiliza fIama carburizante. Debe
tenerse cuidado de no destruir el tratamiento térmi-
co al que pueden haberse sometido los aceros al alto
carbono.
Los aceros para herramienta (0.80 a l.S0%C) son
difíciles de soldar. Para una buena operación de
soldadura se necesita precalentamiento, posrecoci-
do, tratamiento térmico, electrodos especiales de
soldadura y gran cuidado.
La soldadura de aceros estructurales está regida
por la norma AWS Dl.l "Structural Welding Code"
de la American Welding Society, la "Specification
for the Design, Fabrication and Erection of Structu-
ral Steel for Buildings" del American Institute of
Steel Construction, o por un reglamento local de
construcciones. La AWS D1.1 especifica las pruebas
a utilizar en la homologación de soldadores y los
tipos de soldaduras. La especificación del AISC y
muchos reglamentos de construcción exigen, en ge-
neral, que sólo se utilicen soldaduras aprobadas y
que sean aplicadas sólo por soldadores calificados.
El calor necesario para la soldadura por fusión
se puede producir por combustión simultánea de
gases como el oxígeno y el acetileno en un soplete
de soldadura, pero es más común obtenerlo por
arco eléctrico. El arco puede formarse ya sea entre
el trabajo y un electrodo consumible, que también
sirve como material de aporte, o entre el trabajo y
un electrodo no consumible agregando un metal
externo de aporte.
Por lo general se dispone de un entorno protec-
tor para garantizar la solidez de la soldadura. Esta
atmósfera inerte también se puede formar por la
descomposición de las capas de los electrodos de
soldadura, u obtenerse por otros medios. Hay va-
rios procesos de soldadura en uso común en la
actualidad. La soldadura de arco metálico prote-
gido puede utilizar electrodos revestidos o tener
electrodos desnudos que pasan por un charco de
metal fundido que se mantenga por separado (sol-
dadura de arco sumergido). La soldadura de gas
inerte de arco de metal consumible se realiza
bajo la protección de un gas inerte de protec-
ción que proviene de una boquilla. La soldadura
de gas inerte de arco de tungsteno también utiliza
gas inerte de protección pero emplea un electrodo
de tungsteno que prácticamente no se consume.
En uniones donde se necesitan metales de aporta-
ción con un arco de tungsteno, una varilla de apor-
tación se alimenta en la zona de soldadura y se
funde con el metal de base, como en el proceso de
oxiacetileno. Estos procesos se pueden emplean
manualmente o en equipo semiautomático o auto-
mático, donde el electrodo se puede alimentar de
manera continua.
La soldadura de espárragos se emplea para
fundir espárragos metálicos o partes similares, a
otras partes de acero, por el calor de un arco eléc-
trico. Por lo general se utiliza una pistola de soldar
por puntos para formar y controlar el arco, y para
aplicar presión a las partes a unir. En el extremo a
soldar, el espárrago está equipado con un casqui-
llo de cerámica que contiene fundente y que tam-
bién protege parcialmente la soldadura cuando
está fundida.
El precalentamiento antes de soldar reduce el
riesgo de falla por fragilidad. Inicialmente, su
principal efecto es reducir el gradiente de tempe-
ratura entre la soldadura y la base metálica adya-
cente. Ello hace menos probable la formación de
grietas durante el enfriamiento y brinda un escape
al hidrógeno, que es una posible fuente de fragili-
zación. Un efecto ulterior del precalentamiento es
una mejor ductibilidad y más resistencia a la pro-
pagación de grietas en los metales de base y de
soldadura, y una menor temperatura de transición
de la soldadura. No obstante lo anterior, cuando
se utilizan procesos de soldadura que depositan
metal de soldadura bajo en hidrógeno, y se man-
tiene un adecuado control de humedad, se puede
eliminar la necesidad del precalentamiento. Tales
procesos comprenden el uso de electrodos con
bajo contenido de hidrógeno y soldadura de arco
inerte y de arco sumergido.
El rápido enfriamiento de una soldadura puede
tener efecto adverso. Una razón por la que las capas
de arco que no depositan metal son peligrosas es
que el metal calentado se enfría en forma muy
rápida, lo que ocasiona una fuerte fragilización;
Materiales paraconstrucción . 5.43
estas capas de arco deben eliminarse por completo.
El material debe precalentarse, para evitar endure-
cimiento local, y el metal soldado debe depositarse
para llenar la depresión.
La soldabilidad de aceros estructurales está in-
fluenciada por su contenido químico. El carbono,
manganeso, silicio, níquel, cromo y cobre, por ejem-
plo, tienden a tener un efecto adverso, en tanto que
el molibdeno y el vanadio pueden ser benéficos.
Para relacionar la influencia del contenido químico
sobre las propiedades estructurales del acero y la
soldabilidad, se ha propuesto el uso del equivalente
del carbono. Una fórmula sugerida es
Ceq =C+ Mn Si
4 +4
(5.2)
donde C =
Mn=
Si =
contenido de carbono, %
contenido de manganeso, %
contenido de silicio, %
Otra fórmula propuesta incluye más elementos:
Mn Ni Cr Mo V Cu
Ceq=C +6 + 20 + 10 - 50 - 10 + 40 (5.3)
donde Ni =
Cr=
Mo =
V =
Cu=
contenido de níquel, %
contenido de cromo, %
contenido de molibdeno, %
contenido de vanadio, %
contenido de cobre, %
Es evidente que el equivalente de carbono está
relacionado con la rapidez máxima a la qUé la
soldadura y el metal de base adyacente se pueden
enfriar después de soldar, sin que se presente fisu-
ración debajo del cordón de soldadura. Cuanto
más alto sea el equivalente de carbono, menor será
la rapidez de enfriamiento permisible. Del mismo
modo, cuando mayor sea el equivalente de carbo-
no, más importante será el uso de precalentamien-
to y de electrodos de bajo contenido de hidrógeno.
Es necesario tomar precauciones para reducir al
mínimo la absorción de hidrógeno por el metal
soldado y la zona afectada por el calor. El hidrógeno
tiende a fragilizar el acero y ocasiona fisuración
debajo del cordón de la soldadura depositada. Ade-
más de proporcionar una atmósfera protectora,
puede ser necesario hornear los electrodos para
asegurarse que su contenido de humedad es bajo en
el momento de usados.
5.44. Sección cinco
5.14 Láminas y perfiles de acero
para aplicaciones
estructurales
Las láminas y perfiles de acero se utilizan para
muchas aplicaciones estructurales, incluyendo ele-
mentos formados en frío en la construcción de edi-
ficios y el revestimiento resistente de equipo de
transporte. Las propiedades mecánicas de varios
de los aceros en lámina que se usan con más fre-
cuencia se presentan en la tabla 5.9.
La norma ASTM A570 comprende siete grados
de resistencia de láminas y perfiles de acero al car-
bono, laminadas en caliente y sin revestimiento.
(Ver norma ASTM A611 para lámina de acero al
carbono laminada en frio). La A446 comprende va-
rios grados de láminas galvanizadas de acero al
carbono. Los diversos pesos de recubrimientos de
zinc disponibles para láminas A446 proporcionan
excelente protección a la corrosión en muchas apli-
caciones.
La A607, disponible en seis niveles de resisten-
cia, comprende láminas y perfiles de acero de alta
resistencia, bajo contenido de aleación de colom-
bio o vanadio, o ambos, y laminadas en caliente y
en frio. El material puede suministrarse cortado
o en rollos. Se destina para estructuras o usos varios
en donde son importantes la resistencia y el aho-
rro en peso. La A607 se fabrica en dos clases, cada
una con seis niveles similares de resistencia, pero la
TABLA5.9 Propiedades mecánicas mínimas especificadas para lámina y perfiles de acero para aplica-
ciones estructurales
Designación
Condición Límite de
Tenacidad,
Alargamiento, %
ASTM final
elasticidad, ksi
ksi en2in" en 8 in
A446 Galvanizado
Grado A 33 45 20
Grado B 37 52 18
Grado C 40 55 16
Grado D 50 65 12
Grado E 80 82
Grado F 50 70 12
A570 Laminado en caliente
Grado 30 30 49 25 19
Grado 33 33 52 23 18
Grado 36 36 53 22 17
Grado 40 40 55 21 16
Grado 45 45 60 19 14
Grado 50 50 65 17 12
Grado 55 55 70 15 10
A606
Laminado en caliente, corte a medida
50 70 22
Laminado en caliente, rollos
45 65 22
Laminado en frío 45 65 22
A607 Laminado en caliente o en frío
Grado 45 45 60t 25-23
Grado 50 50 65t 22-20
Grado 55 55 70t 20-18
Grado 60 60 75t 18-16
Grado 65 65 80t 16-14
Grado 70 70 85t 14-12
.Modificadopara algunos gruesos de acuerdo con la especificación.Cuando se dan dos valores, el primero es para acero laminado
en caliente,el segundo para acerolaminado en frío.
tPara producto clase1. Reducir en 5 ksi tenacidad tabulada para clase2.
clase 2 ofrece mejor formabilidad y soldabilidad que
la clase 1. Sin agregárseles cobre, estos aceros son
equivalentes en resistencia a la corrosión atmosféri-
ca al acero simple al carbono, pero con cobre su
resistencia es el doble de la del acero al carbono.
La A606 comprende láminas y perfiles de acero
laminadas en caliente y en frío, de alta resistencia y
bajo contenido de elementos de aleación, con mejor
resistencia a la corrosión. Este material se destina
para estructuras y usos varios donde son importan-
tes los ahorros en peso o la alta durabilidad. Se
fabrica, cortado o en rollos, ya sea en tipo 2 o en tipo
4, con dos o cuatro veces la resistencia a la corrosión,
respectivamente, de la del acero sencillo al carbono.
5.15 Cable de acero para
aplicaciones estructurales
Los cables de acero se han utilizado durante muchos
años en la construcción de puentes y, en ocasiones,
se emplean en la construcción de edificios para
sostener techos y pisos. Los tipos de cables que se
usan para estas aplicaciones se conocen como torzal
para puentes o cable para puentes. En este sentido,
puente es un término genérico que denota un tipo
específico de torzal o cable de alta calidad.
Un torzal es un conjunto de alambres puestos en
forma helicoidal alrededor de un alambre central
TABLA5.10 Propiedades mecánicas de cables de acero
Materialesparaconstrucción. 5.45
para obtener una sección simétrica. Un cable es un
grupo de torzales puestos en forma helicoidal alre-
dedor de un núcleo compuesto ya sea de un torzal
u otro cable de alambre. El término cable se utiliza
muchas veces en forma indiscriminada para deno-
tar alambres, torzales o cables. Un torzal está espe-
cificado en la ASTM A586; un cable de alambre, en
la A603.
Durante su manufactura, los alambres indivi-
duales en torzales o cables para puentes suelen
galvanizarse para obtener resistencia a la corrosión.
Del mismo modo, el cable terminado se preestira.
En este proceso, el torzal o cable se somete a una
carga predeterminada de no más del 55% de la
resistencia de ruptura durante un lapso de tiempo
suficiente para eliminar la "tirantez estructural"
ocasionada básicamente por el ajuste radial y axial
de los alambres o torzales a la carga. En consecuen-
cia, bajo cargas normales de diseño, la elongación
que se presenta es elástica en esencia y se puede
calcular a partir de los valores de módulo elástico
dados en la tabla 5.10.
Los torzales y los cables se fabrican con alambre
estirado en frío y no tienen un límite de elasticidad
definido. Por lo tanto, una carga de trabajo o carga
de diseño se determina al dividir la resistencia a la
ruptura mínima estipulada para una medida espe-
cífica entre un factor apropiado de seguridad. Las
resistencias a la ruptura para medidas selecciona-
Rotura mínima, ksi,"
de medidas selectas de cable
Coeficiente mínimo de elasticidad, ksi,* .
de diámetros indicados
.Valores para cables con estañado clase A en todos los alambres. Las clases ByC se pueden especificar cuando se requiera protección
adicional contra corrosión.
Diámetro Hilo Cable Diámetro Coeficiente
nominal, in
estañado estañado
nominal, in mínimo, ksi
1.2 30 23 Hilo estañado
'IcI 68 52
preestirado
1 122 91.4 1.2 a 2'1\. 24 000
11.2 276 208
2$!iYmás
23 000
2 490 372 Cable estañado
3 1076 824
preestirado
4 1850 1460 a4 20 000
5.46 . Seccióncinco
das de torzales y cables de puentes se detallan en la
tabla 5.10.
5.16 Aleaciones de aluminio
Las aleaciones de aluminio son por lo general más
duras y más fuertes pero suelen no tener la resisten-
cia a la corrosión como el metal puro. Las aleaciones
se pueden clasificar como (1) vaciadas y fundidas y
(2) tratables y no tratables térmicamente. Las alea-
ciones forjadas se pueden trabajar mecánicamente
para procesos tales como el laminado, extrusión,
estirado o forja.
5.16.1 Designaciones de aleaciones
de aluminio
Las aleaciones de aluminio forjado se designan me-
diante un índice de cuatro dígitos. El primero de
ellos identifica el tipo de aleación según el siguiente
código:
Aluminio puro, 99.00%mín Ymayor
Cobre
1xxx
2xxx
3xxx
4xxx
Manganeso
Silicio
Manganeso y silicio
Zinc
6xxx
7xxx
Otros elementos 8xxx
El segundo dígito designa las modificaciones espe-
cíficas de aleación, y los últimos dos dígitos identi-
fican la aleación específica de aluminio o indican la
pureza del aluminio. (EC es una designación espe-
cial para conductores eléctricos.)
Estas aleaciones de aluminio forjado son trata-
bles térmicamente si los elementos disueltos de
aleación son menos solubles en el estado sólido a
temperaturas ordinarias que a temperaturas eleva-
das. Esto hace posible el endurecimiento por ma-
duración. El trabajo en frío u otras formas de
endurecimiento por esfuerzo también se pueden
utilizar para reforzar aleaciones de aluminio (Sec.
5.12). El revenido de una aleación se indica median-
te un símbolo que se agrega a la designación de
aleación, como sigu~:
-F Como está trabajado, sin control de revenido
-O Recocido (recristalizado)
-H Endurecido por deformación plástica
-T Con tratamiento térmico para obtener reveni-
dos estables que no sean F, O o H
-N Termotratamiento de solubilización
Las letras H y T suelen estar seguidas de otros
números que indican más detalles del tratamiento.
H1 designa una aleación que sólo ha sido endureci-
da por deformación plástica, mientras que H2 de-
signa una que ha sido endurecida por deformación
plástica y luego parcialmente recocida. Un segundo
número después de la H indica crecientes cantida-
des de endurecimiento por deformación plástica en
una escala de 2 a 9. H3 indica una aleación que ha
sido endurecida por deformación plástica y estabi-
lizada mediante un adecuado recocido. Los diver-
sos revenidos producidos por tratamiento térmico
están indicados por una T seguida de un número,
como sigue:
-TI
Naturalmente envejecido después de un
proceso de trabajo a elevada temperatura
Trabajado en frío y luego naturalmente en-
vejecido después de un proceso de trabajo a
elevada temperatura
Termotratamiento de solubilización seguido
de endurecimiento por tratamiento mecáni-
co; las diferentes cantidades de endureci-
miento por tratamiento mecánico se indican
mediante un segundo dígito
Termotratamiento de solubilización segui-
do de envejecimiento natural a temperatura
ambiente
-TI
-T3
-T4
-T5
Envejecimiento artificial después de un pro-
ceso de trabajo a elevada temperatura
Termotratamiento de solubilización segui-
do de envejecimiento artificial
Termotratamiento de solubilización segui-
do de estabilización con un tratamiento tér-
mico de hipermaduración
Termotratamiento de solubilización, endu-
recimiento por tratamiento mecánico y lue-
go envejecimiento artificial
-T6
-T7
-T8
-1'9 Termotratamiento de solubilización, enve-
jecimiento artificial y luego endurecimiento
por tratamiento mecánico
-TlO Trabajado en frío y luego envejecido artifi-
cialmente después de un proceso de trabajo
a elevada temperatura
Como ejemplo de la aplicación de este sistema,
consideremos la aleación 7075. Su composición no-
minal es 5.6% de zinc, 1.6% de cobre, 2.5% de mag-
nesio, 0.3% de cromo y el resto son cantidades muy
pequeñas de aluminio y de impurezas. Si está de-
signado como 7075-0, es un material suave obteni-
do por recocido a 775°F durante unas pocas horas;
si está designado en un revenido duro, 7075-T6,
ha recibido termotratamiento por solubilización a
870°Fy envejecido para endurecerlo por solubiliza-
ción de un componente a 250°F durante aproxima-
damente 25 horas.
Se utiliza un sistema semejante de designaciones
para aleaciones fundidas. Las aleaciones fundidas
pueden ser aleaciones hechas en molde de arena o
molde permanente.
5.16.2 Acabados para aluminio
Casi todos los acabados que se emplean en aluminio
pueden dividirse en tres categorías principales en el
sistema recomendado por The Aluminum Associa-
tion: acabados mecánicos, acabados químicos y re-
vestimientos. Los últimos se pueden subdividir en
anódicos, resinosos y otros revestimientos orgáni-
cos, vítreos, electrodepositados y otros revestimien-
tos metálicos, y laminados.
En el sistema de The Aluminum Association, los
acabados mecánicos y químicos están designados
por M y C, respectivamente, y cada una de las cinco
clases de revestimiento también está designada por
una letra. Los diversos acabados de cada categoría
están designados por números de dos dígitos des-
pués de una letra. Los principales acabados se resu-
men en la tabla 5.11.
5.16.3 Aluminio estructural
Las aleaciones de aluminio se utilizan en aplicacio-
nes estructurales debido a que su relación resisten-
cia-peso es con frecuencia más favorable que la de
Materialesparaconstrucción. 5.47
otros materiales. Las estructuras de aluminio nece-
sitan un mírúmo de mantenimiento porque se esta-
biliza en la mayor parte de las atmósferas.
Las aleaciones de aluminio forjado para aplica-
ciones estructurales reciben endurecimiento por so-
lubilización para endurecerlas. Las propiedades
típicas de algunas aleaciones de aluminio que se
emplean con frecuencia en aplicaciones estructura-
les aparecen en la tabla 5.12, donde se muestra la
variedad de propiedades desde la condición más
suave hasta la más dura.
Las formas de aluminio estructural se fabrican
por extrusión. Los ángulos, viguetas 1 y canales
se fabrican en medidas estándar y en longitudes
de hasta 85 ft; también se pueden obtener placas de
hasta 6 in de grueso y 200 in de ancho.
TABLA 5.11 Acabados para aluminio y aleacio-
nes de aluminio
TIpo de acabado Designación
Acabados mecánicos:
Como se fabrique
Pulido
Texturizado direccional
Texturizado no direccional
Acabados químicos
Limpiado con grabado
Grabado (agua fuerte)
Abrillantado
Recubrimientos químicos de conversión
Recubrimientos
Anódico
General
Protector y decorativo
(menos de 0.4 mil de grueso)
Clase n arquitectónica
(0.4 a 0.7 mil de grueso)
Clase 1arquitectónica
(0.7 mil de grueso o más)
Recubrimientos resinosos y otros
orgánicos
Recubrimientos vítreos
Recubrimientos electrochapados
y otros metálicos
Recubrimientos laminados
MIY
M2Y
M3Y
M4Y
CIY
C2Y
C3Y
C4Y
AIY
A2Y
A3Y
A4Y
RIY
VIY
EIY
LIY
.Y representa dígitos (O, 1, 2, . . . 9) o X (a especificar) que
describen la superficie, por ejemplo reflejante, satinado, mate,
desgrasado, anodizado c1aroo tipo de recubrimiento.
5.48 . Seccióncinco
TABLA5.12 Propiedades de aleaciones de aluminio estructural seleccionadas
Hay ventajas económicas al seleccionar formas
de aluminio estructural para usos específicos más
eficientes que las acostumbradas. Por ejemplo, por
extrusión se pueden formar secciones como son
tubos huecos, formas con bordes de refuerzo en
bridas sobresalientes y paneles reforzados.
Las aleaciones de aluminio suelen pesar alrede-
dor de 170 lb/fF, o sea casi un tercio del acero
estructural. El módulo de elasticidad en tensión es
de alrededor de 10 000 ksi, en comparación con los
29 000 ksi para acero estructural. La relación de
Poisson puede tomarse como 0.50. El coeficiente
de expansión térmica entre 68 y 212.P es de aproxi-
madamente 0.000013 in/in. .p, casi el doble del de
acero estructural.
La aleación 6061-T6 se usa con frecuencia para
formas y placas estructurales. La ASTM 8308 espe-
cifica una resistencia a la tracción mínima de 38 ksi,
límite elástico de tracción mínimo de 35 ksi Yelon-
gación mínima de 2 in de 10%, pero de 8% cuando
el grueso sea menor de 14in.
Los datos precedentes indican que, por el bajo
módulo de elasticidad, las piezas de aluminio tie-
nen buena absorción de energía; pero cuando la
rigidez sea importante, el efecto del bajo módu-
lo debe tomarse en cuenta. Los datos específicos
para una aplicación deben obtenerse de los fabri-
cantes.
5.16.4 Conexiones para aluminio
Las conexiones de aluminio pueden soldarse, sol-
darse con latón, atornillarse o remacharse. Las co-
nexiones atornilladas son del tipo de apoyo. Las
conexiones de deslizamiento crítico, que dependen
de la resistencia friccional de partes unidas creada
por la tensión del tornillo, no se utilizan de ordina-
rio por la relativamente baja fricción y la relajación
potencial de la tensión del tornillo con el tiempo.
Los tornillos pueden ser de aluminio o de acero;
los hechos de aleación de aluminio 7075-T73 tienen
una resistencia al corte esperada mínima de 40 ksi,
pero el costo por tornillo es más alto que el del
2024-T4 o eI6061-T6, con resistencia a la tracción de
37 y 27 ksi, respectivamente. Se pueden usar torni-
llos de acero si se selecciona el material del tornillo
para evitar corrosión galvánica o el acero queda
aislado del aluminio. Una opción es utilizar el acero
inoxidable. Otra alternativa es galvanizar, alumini-
Gama de propiedades
(condiciones blandas a duras)
Designación Principales
Proceso Resistencia Resistencia
Alargamiento
de la elementos de a la al límite en 2 in,
aleación de la aleación
endurecimiento tensión, ksi de fluencia, ksi
%
2014
4.4% Cu, 0.8% Si,
Precipitación
27-70 14-60 18-13
0.8% Mn, 0.4% Mg
2024
4.5% Cu, 1.5% g, Precipitación
27-72 11-57 20-13
0.6% Mn
5456
5.0% Mg, 0,7% Mn, Trabajo en frío
45-51 23-37 24-16
0.15% Cu, 0.15% Cr
6061
1.0% Mg, 0.6% Si, Precipitación
18-45 8-40 25-12
0.25% Cu, 0.25% Cr
7075
5.5% Zn, 2.5% Mg, Precipitación
33-83 15-73 17-11
1.5% Cu, 0.3% Cr
Revestido Capa de aluminio puro Precipitación
32-76 14-67 17-11
7075
ligada a la superficie de
la aleación para
aumentar la resistencia a
la corrosión
zar o poner revestimiento de cadmio a los tomillos
de acero.
Típicamente, los remaches se fabrican de aleacio-
nes de aluminio y se montan en frío mediante rema-
chadoras del tipo de apriete. La aleación 6053-T61,
con una resistencia al corte de 20 ksi, se prefiere para
unir aleaciones relativamente suaves como la 6063-
T5. La aleación 6061-T6, con una resistencia al corte
de 26 ksi, suele utilizarse para unir aleaciones como
la 6061-T6 y otras relativamente duras.
La soldadura con latón, proceso similar al de
soldadura con estaño y plomo, se realiza al hor-
no, soplete o soldadura por inmersión. Una buena
soldadura con latón se realiza con fundentes espe-
ciales.
Soldadura de aluminio 8 Todas las alea-
ciones de aluminio forjado son soldables pero son
necesarios diferentes grados de precauciones. Toda
la clase de aleaciones forjadas que no sean tratables
térmicamente se pueden soldar con poca dificultad.
Las soldaduras debe hacerse para satisfacer los
requisitos de la American Welding Society, "Struc-
tural Welding Code - Aluminum,", AWS D1.2.
La soldadura de arco protegido con gas inerte
suele utilizarse para soldar aleaciones de aluminio.
El gas inerte, argón o helio, inhibe la formación de
óxido durante la soldadura. El electrodo utilizado
puede ser metal consumible o tungsteno. El arco de
gas metal se prefiere generalmente para soldaduras
estructurales, por las más altas velocidades que se
pueden usar. El arco.de gas de tungsteno se prefiere
para grosores menores de l,2in.
Las uniones de aleaciones de aluminio recocido
y aleaciones no tratables térmicamente, soldadas a
tope, tienen casi la misma resistencia que el metal
de las partes que van a soldarse. Esto no se cumple
en aleaciones con endurecimiento por deformación
plástica o tratadas térmica mente. En estas condicio-
nes, el calor de la soldadura debilita el metal de la
proximidad de la soldadura. La resistencia a la trac-
ción de una soldadura a tope de aleación 6061-T6
puede reducirse a 24 ksi, que es alrededor de dos
tercios de la que tienen las partes que van a soldarse.
El límite elástico de tracción de tales soldaduras a
tope puede ser de sólo 15 a 20 ksi, dependiendo del
grosor del metal y tipo de alambre de aporte que se
utilice en la soldadura.
Las soldaduras en ángulo debilitan de manera
semejante las aleaciones tratadas térmica mente. La
resistencia al corte de la aleación 6061-T6 disminuye
Materiales paraconstrucción . 5.49
de alrededor de 27 ksi a 17 ksi o menos para una
soldadura en ángulo.
Para aleaciones recocidas que no sean tratables
térmicamente, las uniones siempre se pueden hacer
para fallar en el metal de base mientras el cordón cle
soldadura más grueso se deje en su lugar. Para
revenidos laminados, el metal de base de la zona
afectada por el calor es suavizado por el calor de la
soldadura, por lo que la eficiencia de la unión es
menor al 100%. Con aleaciones tratadas térmica-
mente en la serie 6000, se puede obtener una eficien-
cia de 100% si la estructura soldada puede ser
tratada térmicamente por solubilización y precipi-
tación después de la soldadura. También se puede
alcanzar casi el 100% de eficiencia sin el termotrata-
miento por solubilización si se sigue una técnica
de soldadura de alta velocidad (como la de arco de
metal protegido por gas inerte) para limitar el flujo
de calor en el metal de base, y se emplea un ter-
motratamiento por precipitación después de la sol-
dadura. En la serie 2000 y 7000, tales prácticas
producen menos mejoría. Las resistencias de solda-
duras, en general, varían de casi 60 al 100% de la
resistencia de la aleación a soldarse.
5.17 Aleaciones de base
de cobre
El cobre y sus aleaciones se utilizan ampliamente en
construcciones para una gran variedad de propósi-
tos, en especial en aplicaciones que requieran resis-
tencia a la corrosión, alta conductividad eléctrica,
resistencia, ductibilidad, resistencia al impacto, re-
sistencia a la fatiga u otras características especiales
que poseen el cobre o sus aleaciones. Algunas de las
características especiales de importancia para la
construcción son la capacidad para moldearse en
formas complejas, aspecto y alta conductividad tér-
mica, aun cuando muchas de las aleaciones tienen
baja conductividad térmica y baja conductividad
eléctrica si se comparan con el metal puro. Cuando
el cobre se expone al aire y se oxida, se forma una
pátina de color verde en la superficie que a veces es
indeseable cuando se corre sobre superficies adya-
centes, como por ejemplo piedra ornamental. La
pátina se forma en especial en atmósferas de indus-
trias. En atmósferas rurales, donde no hay gases
industriales, el cobre normalmente se toma de un
color café oscuro.
5.50 . Seccióncinco
Los principales tipos de cobre y sus usos típicos
son:
El cobre electrolítíco (99.90% de cobre) se utiliza
para conductores eléctricos como barras colectoras,
conmutadores, etc.; productos para construcciones:
techos, canales de goteras, etc.; equipo para proce-
sos: peroles, tinas, equipo de destilación; forjaduras.
Las propiedades generales son alta conductividad
eléctrica, alta conductividad térmica y excelente ca-
pacidad de trabajo.
El cobre des oxidado (99.90% de cobre y 0.025%
de fósforo) se emplea, en forma de tubos, para
servicio de agua y refrigeración, quemadores de
petróleo, etc.; en láminas y placas, para construc-
ción soldada. Las propiedades generales incluyen
cualidades más altas de conformación y dobladura
que el cobre electrolítico. Se prefieren para piezas
de artesanía en cobre y soldadura (por su resistencia
a la fragilización a altas temperaturas).
5.17.1 Latón
Se fabrica una cantidad considerable de lato-
nes para una amplia variedad de usos. La alta
ductibilidad y maleabilidad de las aleaciones de
cobre-zinc, o latones, las hace apropiadas para
operaciones como estirado profundo, dobladura y
estampados. Tienen una gran variedad de colores
y suelen ser menos caros que las aleaciones con
alto contenido de cobre.
El tamaño del grano del metal tiene un marcado
efecto sobre sus propiedades mecánicas. Para esti-
rado profundo y otras operaciones pesadas de tra-
bajo se necesita un tamaño grande de grano, pero
para superficies de acabado altamente pulido el
grano debe ser pequeño.
Al igual que el cobre, el latón se endurece al
trabajarse en frío. La dureza a veces se expresa como
cuarto de dureza, media dureza, duro, extra duro,
resorte y extra resorte, correspondientes a reduccio-
nes en su sección transversal durante el trabajo en
frío que varía de aproximadamente 11 a 69%. La
dureza es fuertemente influenciada por la composi-
ción de la aleación, el tamaño original del grano y
la forma (perfil, barra, tubo, alambre).
Los principales latones simples, con compo:;i-
ciones que van de alto contenido de cobre a conte-
nido de zinc de 40% o más, son los siguientes:
latón comercial, empleado en forjaduras, tornillos,
herrajes estampados y perfiles a prueba de intem-
perie; latón rojo, empleado para herraje y tubería
con paredes de diferentes gruesos que se utiliza
en plomería; latón para cartuchería, que se usa en
procesos de fabricación, pernos, remaches, unida-
des de calefacción, receptáculos eléctricos; me-
tal de Muntz que se usa en arquitectura, tubos
de condensador, vástagos de válvulas y varillas de
soldador.
Latón plomoso 8 Se agrega plomo al latón
para mejorar su maquinabilidad, en especial en
aplicaciones como máquinas automáticas para fa-
bricar tornillos, donde se requiere de un metal de
desbaste libre. Los latones plomosos no se pueden
trabajar fácilmente en frío en operaciones como
ensanchamiento y recalcado en frío o en caliente.
Varios latones plomosos de importancia en cons-
trucción son los siguientes: latón al alto plomo, para
llaves, partes de cerraduras e instrumentos científi-
cos; que se utiliza en herraje y plomería; latón arqui-
tectónico, para pasamanos, moldura s decorativas,
rejillas y bisagras.
Latón al estaño 8 Se agrega estaño a diver-
sos latones básicos para obtener dureza, resistencia
y otras propiedades que de otra forma no se ten-
drían. Dos aleaciones importantes son (1) metal
Admiralty (88%de cobre, 10%de estaño y 2% de
zinc), que se usa para placas de condensadores e
intercambiadores de calor, así como para equipos
de plantas generadoras de vapor, equipo químico
y de procesos, y en aplicaciones marinas; (2)bronce
al manganeso, que se usa para forjaduras, placas
de condensadores, vástagos de válvulas y cedazos
para carbón.
5.17.2 Platas al níquel
Hay aleaciones de cobre, níquel y zinc; según su
composición, varían desde un color definido hasta
rosado pálido, pasando por amarillo, verde, verde
blanquizco, azul blanquizco y azul. Se fabrica una
amplia variedad de platas al níquel, de las que sólo
se describe una composición típica. Las que caen en
la fase combinada alfa-beta de metales se trabajan
fácilmente en caliente y por lo tanto se labran sin
dificultad en formas intrincadas como son conexio-
nes de tuberías, pasamanos de escaleras, formas
arquitectónicas y partes para escaleras eléctricas. Se
puede agregar plomo para mejorar el maquinado.
5.17.3 Cuproníquel
Se combinan cobre y níquel en una amplia variedad
de composiciones que reciben el nombre de cupro-
níqueles si son aleaciones con alto contenido de
cobre. Los tipos comerciales típicos de cuproníquel
contienen del 10 al 30% de níquel:
Cuproníquel, 10% (88.5 de cobre, 10%de níquel
y 1.5% de hierro). Recomendado para aplicaciones
que requieran resistencia a la corrosión, en especial
agua salada, como en tubería para condensadores,
intercambiadores de calor y láminas formadas.
Cuproníquel, 30% (70.0% cobre, 30.0% níquel).
Los usos típicos son para tubos y placas para con-
densadores, tanques, tinas, recipientes, equipo de
procesos, partes automotrices, medidores, válvulas
de bombas para refrigeradores.
5.17.4 Bronces
Originalmente, todos los bronces eran aleaciones de
cobre y estaño. En la actualidad, el término ''bron-
ce" se aplica a los metales que tengan buenas pro-
piedades mecánicas y el término "latón" se aplica a
otros metales. Los bronces forjados comerciales no
contienen por lo general más de 10% de estaño
porque el metal se hace extremadamente duro y
quebradizo. Cuando se agrega fósforo como deso-
xidante, para obtener piezas fundidas densas y de
buena calidad, las aleaciones se conocen como bron-
ces fosforados. Los dos bronces al estaño que más
se utilizan contienen 5 u 8% de estaño; ambos po-
seen excelentes propiedades para trabajarse en frío
y son aleaciones al alto cobre que contienen por-
centajes de silicio que varía de alrededor de 1% a
ligeramente más del 3%. Además, por lo general
contienen uno o más de los cuatro elementos; esta-
ño, manganeso, zinc y hierro. Una aleación típica es
un bronce al alto silicio, tipo A, que suele emplearse
para tanques, depósitos a presión, artesas, perfiles
para intemperie y forjaduras.
En los bronces al aluminio, al igual que en este
último, se forma una película de óxido de aluminio
en la superficie que materialmente mejora la resis-
tencia a la corrosión, en especial bajo condiciones de
atmósferas ácidas. Como el color del 5% del bronce
al aluminio es similar al del oro de 18 quilates, se
utiliza para bisutería y otros usos en decoración. Los
bronces al aluminio-silicio se emplean en aplicacio-
nes que requieran propiedades de gran resistencia
Materiales paraconstrucción . 5.51
a la tracción, además de buena resistencia a la co-
rrosión en partes tales como válvulas, vástagos,
bombas de aire, tornillos para condensadores y par-
tes semejantes. Sus propiedades para resistir el des-
gaste son buenas y, en consecuencia, se emplean en
camisas y bujes de cañones.
5.18 Compuestos metálicos
de alta calidad
Se puede obtener más resistencia de una aleación si
se la convierte en un compuesto de alta calidad con
refuerzo de fibras. Se pueden emplear fibras de
materiales como el grafito, carburo de silicio, nitru-
ro de silicio, nitruro de boro y alúmina. No obstante,
se presentan dificultades con frecuencia en la for-
mación de un compuesto de fibra en una matriz
metálica fundida debido a la incompatibilidad me-
cánica y química.
Para obtener propiedades mecánicas deseadas,
tales como mejor resistencia, tenacidad y resistencia
a la deformación plástica, se requiere un conoci-
miento completo de las propiedades de la fibra-ma-
triz transversal y al corte. Resulta un desequilibrio
en la ruptura y descomposición de la matriz de la
interfase de la fibra-matriz. Para compuestos de
alta calidad con matrices metálicas y cerámicas re-
lativamente frágiles, la reacción química entre la fi-
bra y la matriz que forma una aleación puede vaciar
y debilitar seriamente la fibra cuando la aleación
tiene propiedades mecánicas incompatibles con la
matriz.
Cuando el refuerzo de fibra de silicio y carburo
se incorpora en una aleación de aluminio, el alumi-
nio extrae silicio de la fibra para formar siliciuro de
aluminio (MSi3), pero cuando la concentración
de silicio de la matriz se conserva arriba del nivel
crítico, se reduce la necesidad de la matriz para
filtrar más silicio de la fibra.
Un método más general es evitar que un elemen-
to de la fibra forme una aleación con la matriz,
dando a la fibra una capa protectora. Por ejemplo,
para dar una capa "de sacrificio" en la fibra, ésta se
puede cubrir con carburo de silicio, que es sacrifica-
do lentamente por una reacción con la matriz de
aleación de aluminio para formar el siliciuro de alu-
minio. Otra técnica es cubrir la fibra con alúmina,
que es químicamente inerte. Existen procesos pa-
tentados, como es el método Duralcan de mezcla de
metal fundido, que produce compuestos a bajo cos-
5.52 . Seccióncinco
to; el proceso Duralcan permite el uso de prácticas
convencionales de trabajo y fundición.
5.19 Referencias de metales
Aleoa Structural Handbook y Welding Aleoa Alumi-
num, Aluminum Company of America, Pittsburgh,
PA.
Alloy Data, Copper Development Association,
New York.
Aluminum Standards and Data, Aluminum Finis-
hes, and Specificationsfar Aluminum Struc~ures, Alu-
minum Association, 818 Connecticut Ave., N. W.,
Washington, DC 20006.
Brady, G. S., YH. R Clauser, Materials Handbook,
13th ed., McGraw-Hill, !nc., New York.
Brantley, L. R, YR T. Brantley, Building Materials
Technology:Structural Performanceand Environmental
Impact, McGraw-Hill Inc., New York.
Callender, J. J., Time Saver Standards for Architec-
tural Design, 6th ed., McGraw-Hill, Inc., New York.
Carbon Steels, Chemical Composition Limits, Cons-
tructional Alloys, Chemical Composition Limits, y Steel
Products Manual, American Iron and Steel Institute,
1000 16th St., N. w., Washington, De 20036.
Merritt, F. S., YR L. Brockenbrough, Structural
Steel DesignersHandbook,2nd ed., McGraw-Hill,
Inc., New York.
Metals Handbook, American Society for Metals,
Metal Park, OH 44073.
Welding Handbook, American Welding Society,
2501 N. W. 7th St., Miami, FL 33125.
Unidades de albañilería y losetas
A partir del concreto (u hormigón) se fabrica una
gran variedad de productos manufacturados que se
emplean en construcción. Estosproductos incluyen
ladrillo de concreto, bloque de concreto o loseta;
losetas para pisos y techos; paneles para paredes;
piedra moldeada y viguetas y columnas prefabri-
cadas. Igualmente, también se fabrica un amplio
surtido de UIÚdades de arcilla cocida para construc-
ción. Estos productos incluyen el ladrillo de arcilla
común y para fachadas, loseta hueca de arcilla,
loseta de cerámica y terracota estructural; también
se utilizan varios tipos de piedra en albañilería.
Las propiedades de la mampostería de hormi-
gón dependen de los ingredientes y proporción de
la mezcla, así como del método de manufactura y
del curado. Las propiedades de las UIÚdades de
arcilla cocida varían con el tipo de arcilla o esquis-
to usados como materia prima, con el método de
fabricación de las UIÚdades y la temperatura del
cocido. Como consecuencia de lo anterior, algunas
UIÚdades, como el ladrillo mal cocido, presentan
cocimiento incompleto, son muy porosos y tienen
deficiente resistencia; otros ladrillos son tan duros
como el vidrio, se han prensado y cocido hasta casi
eliminar la porosidad y son muy fuertes. Entre estos
extremos se encuentra la mayor parte de las UIÚda-
des que se emplean en construcción.
5.20 Unidades de hormigón
para mampostería
Estas UIÚdades se fabrican de mezclas normales de
hormigón denso y de mezclas con agregados de
peso ligero. Los bloques de concreto se fabrican con
huecos que los atraviesan de lado a lado, para redu-
cir el peso y facilitar su manejo por los albañiles.
Generalmente, la medida nominal (dimensiones
reales más el ancho de la UIÚónde mortero) de los
bloques huecos de hormigón es de 8 x 8 x 16 ini
los bloques sólidos se fabrican a veces con dimen-
siones nominales de 4 x 8 x 16 in o 4 x 21hx 8 in. En
la "Standard Sizes of Clay and Concrete Modular
Units," ANSI A62.3 véase una lista de medidas
modulares.
Las propiedades de las UIÚdades varían amplia-
mente, desde UIÚdades fuertes para sostener cargas
densas bajo condiciones expuestas a la intemperie,
hasta UIÚdades ligeras, relativamente débiles, ais-
lantes, que se emplean para techos y construcciones
a prueba de incendios.
Las necesidades de resistencia y absorción de
ladrillos y bloques de hormigón, establecidas por la
ASTM para unidades tipo 1,grados N-I y S-I (hume-
dad controlada), y tipo 11, grados N-II y S-II (sin
humedad controlada), se resumen en la tabla 5.13.
Las unidades manufacturadas de hormigón tie-
nen la ventaja (o a veces desventaja) de que el
curado está bajo el control del fabricante. Se utilizan
muchos métodos de curado, desde simplemente
poner las unidades en forma de columna en un
lugar más o menos expuesto a la intemperie hasta
el curado bajo alta presión de vapor. Es evidente que
este último método tiene el considerable mérito de
reducir la contracción final del bloque. Esta contrac-
ción puede ser de sólo %a ~ in por 100 ft de unidades
de hormigón curadas con vapor a alta presión. Estos
valores son casi la mitad del obtenido con curado
atmosférico normal. Las pruebas para el movimien-
to de humedad en bloques curados con vapor a alta
presión y alta temperatura indican expansiones que
van de %a \.2in por 100 ft después de la saturación
de muestras previamente secadas.
5.21 Ladrillos de arcilla
o pizarra
Estos productos son de arcilla o esquisto cocidos
que se usan a veces en construcción de paredes y
chimeneas y para recubrimientos refractarios. Las
medidas nominales comunes de ladrillos en Esta-
dos Unidos son de 4 o 6 in de grueso por 2~ o 4 in
de alto por 8 o 12 in de largo. Para una lista de
medidas modulares, véase la "Standard Sizes of
Clay and Concrete Modular Masonry Units," ANSI
A62.3. Las dimensiones reales son menores, gene-
ralmente por la cantidad del ancho de la unión de
mortero. Los requisitos de la especificación actual
en cuanto a resistencia y absorción de ladrillo para
construcción aparece en la tabla 5.14 (ver ASTM
C652, C62 y C216). La resistencia y absorción de la-
drillo de diferentes productores varía ampliamente.
La expansión térmica del ladrillo puede variar
desde 0.0000017 por °F para el ladrillo de arcilla
cocida hasta 0.0000069 por °F para el ladrillo de
arcilla secada a la intemperie. Las pruebas de hume-
decimiento de ladrillos indicaron expansiones que
oscilaron entre 0.0005 hasta 0.025%.
La conductividad térmica del ladrillo seco, me-
dida por varios investigadores, varía de 1.29 a 3.79
Btu/ (h)(W)("F)(in). Los valores aumentan con el
humedecimiento.
Materialesparaconstrucción. 5053
5.22 Losetas de arcilla
estructural
Las losetas de arcilla estructural son unidades de
albañilería huecas, de arcilla cocida, con celdas pa-
ralelas. Estas unidades tienen una multitud de usos:
como loseta de revestimiento para paredes inte-
riores y exteriores no enyesadas, muros divisorios
o columnas; como loseta para soportar cargas en
construcciones diseñadas para sostener cargas su-
perpuestas; como loseta de muro divisorio para
muros interiores que no sostienen cargas super-
puestas; como loseta refractaria para proteger
elementos estructurales contra incendios; como blo-
ques de enrasillar en construcción de pisos y techos;
y como loseta de cabezal, que están diseñadas para
hacer cavidades para unidades de cabezal en pare-
des de ladrillo o con revestimiento de piedra. Estas
unidades están disponibles en las siguientes dimen-
siones nominales: 8 a 16 in de largo, 4 in para loseta
de revestimiento a 12 in de altura para loseta de
carga, y 2 in de grueso para loseta de revestimiento
a 12 in para loseta de carga.
Se fabrican dos tipos generales de loseta: la loseta
para construcción de costado, diseñada para recibir
su principal esfuerzo a ángulos rectos con respecto
al eje de las celdas, y la loseta de construcción final,
diseñada para recibir su principal esfuerzo paralelo
al eje de las celdas.
Las losetas también se fabrican en varios acaba-
dos de superficie, como es la loseta vidriada opaca,
la loseta vidriada clara de cerámica, la loseta vidria-
da no lustrosa, y los acabados estriados, rastrillados
o rugosos, diseñados para recibir mortero, yeso o
estuco.
Los requisitos de las especificaciones ASTM apro-
piadas para absorción y resistencia de varios tipos de
loseta aparecen en la tabla 5.15 (ver detalles en la
ASTM C34, C56, C57, C212 YC126 en relación a las
dimensiones, color, textura, defectos, etc.). La resis-
tencia y absorción de losetas hechas de arcillas simi-
lares, pero de diferentes fuentes y fabricantes, varía
ampliamente. El módulo de elasticidad de la loseta
puede variar de 1 620 000 a 6 059 000 psi.
5.23 Losetas de cerámica
La loseta de cerámica es un producto de arcilla
cocida que se usa básicamente para efectos decora-
5.54 . Seccióncinco
TABLA5.13 Resumen de requisitos de especificaciones ASTM para unidades de mampostería de
concreto
Resistencia
a compresión,
min, psi
Contenido de humedad
para unicades tipo 1,
máx, % de absorción
total (promedio
de 5 unidades)
Absorción
de humedad,
máx,lb/ft3
(promedio
de 5 unidades)
Promedio
deS
unidades
Individual,
min
Promedio anual
humedad, %
Peso de concreto
secado en estufa, Ib/ft3
Más
de
75
75
a
SO
Menos 125
de o
SO más
105 Menos
a de
125 105
Ladrillo de concreto para construcción, ASIM C55:
N-I, N-U (fuerte exposición 3500
de alta resistencia)
S-I, S-U (uso general, 2500
exposiciones moderadas)
Contracción lineal, %
0.03 o menos
0.03 a 0.045
Más de 0.045
3000
2000
45
40
35
40
35
30
10 13 15
13 15 18
35
30
25
Unidades sólidas, con carga, ASlM Cl45:
N-I, N-U (muros exteriores
1800 1500 13 15 18
no protegidos debajo
o arriba de nivel
expuestos a heladas)
S-I, S-U (muros exteriores
1200 1000 20.
protegidos abajo
o arriba de nivel
expuestos a heladas)
Contracción lineal, %
(misma que para ladrillo)
Unidades huecas, con carga, ASlM C90:
N-I, N-U (uso general)
1000 800 13 15 18
S-I, S-U (arriba de nivel,
700 600 20.
contracción lineal, %
(igual que para ladrillo)
Unidades huecas, sin carga,
600 SOO
ASlM C129:
Contracción lineal, %
(igual que para ladrillo
.Para unidades que pesen menos de 85lb/fe.
Materiales paraconstrucción . 5.55
TABLA5.14 Requisitos físicos para ladrillo sólido de arcilla o pizarra
Resistencia a compresión,
plano, mín, psi
Absorción de agua,
5-h Boíl, Máx-%
Coeficiente de
saturación", Máx-%
Grado Promedio de 5 Individual Promedio de 5 Individual Promedio de 5 Individual
Intemperie fuerte
Intemperie moderada
Sin exposición
3000
2500
1500
2500
2200
1250
17.0
22.0
Sin límite
20.0
25.0
Sin límite
0.78
0.88
Sin límite
0.80
0.90
Sin límite
"Relación entre absorción en frío de 24 h Y absorción en ebullición de 5 h.
tivos y sanitarios. Está compuesta de un cuerpo de
arcilla sobre el que se aplica un barniz decorativo.
Las losetas son generalmente planas, pero varían
en dimensiones desde ~ in por lado a más de 6 in. Sus
formas también varían mucho: cuadrados, rectángu-
los y hexágonos son las formas más predominantes,
a las que deben agregarse molduras cóncavas y otras
formas decorativas. Estas losetas no dependen del
color de la arcilla para su color final, ya que suelen ser
vidriadas. En consecuencia, las hay en graduaciones
completas de colores que van desde blancos puros y
al pastel de varias tonalidades hasta colores sólidos
oscuros y negro azabache.
Las propiedades de la base varían un poco. En
particular, la absorción oscila entre casi cero hasta
casi 15%. Se requiere que el barniz sea impermeable
a líquidos y no debe mancharse, agrietarse ni cuar-
tearse.
5.24 Terracota estructural
El término "terracota" se ha aplicado durante siglos
a objetos decorativos de arcilla moldeada cuyas
propiedades son similares a las del ladrillo. Las
formas moldeadas se calcinan de un modo semejan-
te al ladrillo.
Con frecuencia se hace vidriado en terracota
para obtener un color o acabado deseado. Esto in-
troduce el problema del agrietamiento del barniz,
en especial en superficies grandes.
Las propiedades estructurales de la terracota son
semejantes a las del ladrillo de arcilla o esquisto.
5.25 Albañilería de piedra
Las principales clases de piedra que se utilizan
en Estados Unidos en albañilería son piedras cali-
zas, mármoles, granitos y piedra arenisca. Otras
piedras, como la serpentina y cuarcita se utilizan
en algunas localidades pero en cantidades mucho
menores. La piedra, en general, es un excelente
material de construcción si se selecciona en forma
adecuada con base en la experiencia, pero el costo
puede ser relativamente alto.
Las propiedades de la piedra dependen de lo que
la naturaleza ha dado. Por lo tanto, el diseñador no
tiene la opción de propiedades y color disponibles
en la manufactura de unidades de albañilería. Lo
más que los proveedores de piedra pueden hacer
por los compradores es proporcionarles piedra que
su experiencia demuestra que tiene buena resisten-
cia y durabilidad.
En la tabla 5.16 se presentan datos sobre la resis-
tencia de la piedra para construcción, resumidos de
los U.S. National Bureau ofStandards TechnicalPapers,
núm. 123, B. S. vol. 12; núm. 305, vol. 20, p.191;núm.
349, vol. 21, p. 497; ¡oumal of Researchof the National
BureauofStandards, vol. 11, p. 635; vol. 25, p.161. Los
datos de la tabla 5.16 corresponden a muestras se-
cas. La resistencia de muestras saturadas puede ser
mayor o menor que la de muestras secas por com-
pleto.
El módulo de ruptura de pizarra seca aparece en
la tabla 5.16 y varía de 6000 a 15000 psi. Pizarras
semejantes, probadas en húmedo, muestran módu-
los que varían de 4700 a 12 300 psi. La relación del
módulo húmedo al seco varía de 0.42 a 1.12 y pro-
medió 0.73.
La permeabilidad de la piedra varía con el tipo
de piedra, grosor y presión de penetración que
obliga al agua a pasar por la piedra. A continuación
aparecen algunas piedras comunes para construc-
ción, enumeradas en orden de permeabilidad cre-
ciente; pizarra, granito, mármol, piedra caliza y
piedra arenisca.
5.56 . Seccióncinco
TABLA5.15 Especificación de requisitos físicos para teja estructural de arcilla
LBX. Teja apropiada para uso general en construcción de mampostería y adaptada para uso en mampostería expuesta a intemperie.
También pueden considerarse apropiadas para aplicación directa a repello.
LB. Teja apropiada para uso general en mampostería donde no se expone a heladas, o en mampostería expuesta cuando se proteja
con revestimiento de 3 in o más de piedra, ladrillo, terracota u otra mampostería.
NB. Teja sin carga hecha de arcilla superficial, pizarra o arcilla quemada.
FT 1 YFT 2. Teja apropiada para uso en tableros planos o en segmentos, o en construcción de teja y losa de concreto con nervaduras.
FTX. Teja de cara lisa, apropiada para uso general en paredes y muros divisorios de mampostería exteriores e interiores expuestos, y
adaptada para uso donde se necesiten tejas bajas en absorción, de fácil limpieza y resistentes a manchas, y donde se necesite un alto grado
de perfección mecánica, estrecha variedad de colores y mínima varíación en dimensiones de cara.
FrS. Teja de cara de textura lisa o áspera apropiada para uso general en paredes y muros divisorios de mampostería exteriores e
interiores expuestos, y adaptada para uso con absorción moderada, variación moderada en dimensiones de cara y variedad mediana de
colores, y donde no sean objetables defectos pequeños en acabado superficial, incluyendo pequeñas roturas por manejo.
Estándar. Teja apropiada para uso general en paredes y muros divisorios de mamposteria exteriores o interiores.
Servicio especial. Teja apropiada para uso general en paredes y muros divisorios exteriores o interiores y diseñada para tener gran
resistencia a la transmisión de impactos y humedad, y para soportar mayores cargas laterales y a la compresión que la construcción de
tejas estándar.
Unidades vidriadas. Teja de arcilla estructural de cerámica vidriada con acabado lustroso o satinado mate de vidrio opaco o
transparente, producido por la aplicación de un recubrimiento antes de quemar la y vitrificada después al quemar la.
La información sobre expansión térmica de pie-
dra para construcción de la tabla 5.17 muestra que
las piedras calizas tienen límites de expansión más
amplios, en comparación con granitos y pizarras.
El mármol pierde resistencia después de some-
terlo a repetido calentamiento y enfriamiento. Un
mármol que tenía una resistencia original de 9174
psi tuvo una resistencia de 8998 psi después de 50
calentamientos a IS0.C, o sea una pérdida de 1.9%.
Después de 100 calentamientos a IS0.C, la resisten-
cia fue de sólo 8507 psi, es decir una pérdida de
7.3%. Esta última pérdida en resistencia fue idéntica
con la obtenida por el congelamiento y deshielo del
mismo mármol durante 30 cielos. Del mismo modo,
el mármol retiene una expansión permanente des-
pués de repetidos calentamientos.
Materiales orgánicos
Al usarlos por muchas generaciones, la gente ha
encontrado formas de resolver algunas limitaciones
Absorción, %
Resistencia a la compresión, psi
(ebullición 1 h) (con base en área bruta)
Teja de construcción Teja de construcción
en extremo en costado
Promedio de Individual
Mín, promedio
Individual
Mín, promedio
Individual
Tipo y Grado 5 pruebas
Máx
de 5 pruebas
Mín
de 5 pruebas
Mín
Con carga (ASTM C34):
LBX 16 19 1400 1000 700 500
LB 25 28 1000 700 70í) 500
Sin carga (ASTM C56):
NB 28
Teja para piso (ASTM C57):
rn 25 3200 2250 1600 1100
Ff2 25 2000 1400 1200 850
Loseta de revestimiento
(ASTM C212):
FTX
9 (máx)
11
FI'S
16 (máx)
19
Estándar 1400 1000 700 500
Servicio especial
2500 2000 1200 1000
Unidades vidriadas (ASTM C126)
3000 2500 2000 1500
TABLA5.16 Características de piedra comeráal para construcáón
Límites de Límitesde Límites de Límites Límites Resistenáa
Peso resistenáa a la coefiáente resistencia de de coefiáente
Rigidez a desgaste
unitario,
compresión, de ruptura,
al corte, tenaádad, de elastiádad,
Piedra
lb/ ft3
psi psi, psi psi psi
Límites Prom. Límites Prom.
Granito 157-187 7700-60000 1430-5190 2000-4800 600-1000 5 700000-8200000 8-27 13 43.9-87.9 60.8
c.n
Mármol 165-179 8000-50000 600-4900 1300-6500 150-2300 7 200000-14500000 2-23 6 6.7-41.7 18.9
c.n
Calizas 117-175 2600-28000 500-2000 800-4580 280-890 1500000-12400000 5-20 7 1.3-24.1 8.4
.....
Arenisca 119-168 5000-20000 700-2300 300-3000 280-500 1900000-7700000 2-35 10 1.6-29.0 13.3
Cuaráta 165-170 16000-45000 5-30 15
Serpentina
158-183 11 000-28 000 1300-11000 800-1600 4 800000-9600000 13.3-111.4 46.9
Basalto 180-200 28 000-67000 5-40 20
Diorita 16000-35000 6-38 23
Sienita 14000-28000
Pizarra 168-180 6000-15000 2000-3600 3000-4300 9800000-18000 000 10-56 5.6-11.7 7.7
Diabasa 6-50 19
5.58 . Seccióncinco
TABLA5.17 Coeficiente de expansión térmica de
piedras comerciales para construcción
Piedra Límites de coeficientes
Caliza
Mármol
Arenisca
Pizarra
Granito
(4.2-22) X 10-6
(3.6-16) X 10-6
(5.0-12) X 10-6
(9.4-12) X 10-6
(6.3-9) X 10-6
al empleo en construcción de los materiales orgáni-
cos naturales. El triplay, por ejemplo, ha resuelto el
problema de las propiedades altamente direcciona-
les de la madera. Además de mejorar los materiales
naturales, los técnicos han desarrollado muchos po-
límeros sintéticos (plásticos) que son importantes
actualmente en la construcción.
5.26 Madera
La madera es un polímero natural compuesto por
células en forma de tubos largos y delgados con
extremos ahusados. La pared de la célula consiste
en celulosa cristalina, paralelamente alineada con el
eje de la célula. Los cristales de la celulosa están
ligados entre sí por una compleja lignina amorfa,
formada por compuestos de hidratos de carbono.
La sustancia de la madera es 50 a 60% de celulosa y
20 a 35% de lignina; el resto son hidratos de carbono
y minerales.
La mayoría de las células en la madera están
orientadas en sentido vertical, pero algunas es-
tán orientadas en sentido radial, para servir como
esfuerzo en contra de la separación de las fibras
verticales bajo la carga natural de compresión del
tronco del árbol. Debido a la estructura de sus
células, la madera tiene mayor resistencia y rigi-
dez en el sentido longitudinal que en los otros
sentidos.
La densidad (peso específico) del parénquima de
la madera es, más o menos, la misma para todas las
especies: 1.56. La densidad (de volumen) aparente
de la madera es mucho menor, debido a los huecos
(células vasculares) ya las grietas accidentales en la
estructura celular. En las maderas comunes, la de-
sidad varía desde 0.12 para la madera de balsa,
hasta 0.74 para el roble. Las diferentes propiedades
de la madera, como la resistencia, se puede relacio-
nar con la densidad.
5.26.1 Efectos de la humedad sobre
la madera
La pared celular tiene una gran afinidad por la
humedad, debido a que la celulosa contiene muchos
grupos hidroxilo, que son fuertemente hidrófilos.
Cuando están expuestas a la humedad, con frecuen-
cia en forma de aire con elevada humedad relativa,
las paredes celulares de la madera absorben gran-
des cantidades de agua y se hinchan. Este proceso
ocasiona que el agua absorbida neutralice las fuer-
zas intermoleculares entre las macromoléculas de
la celulosa, con lo que se se reducen la resistencia
y la rigidez de la madera.
La humedad presente en la madera verde con-
siste en el agua absorbida en las paredes de las
células y el agua contenida en las cavidades de
las células. Cuando se seca la madera, primero se
elimina el agua de las cavidades en las células. En
el llamado punto de saturación de fibra, las cavida-
des están vacías, en tanto que las paredes de las
células todavía están completamente saturadas con
agua. Con el secado adicional en aire normal, esta
reducción en la humedad continúa hasta que se
llega a un contenido de humedad en equilibrio. En
una atmósfera con 60% de humedad relativa y aire
a 70.F, el contenido de humedad de la madera se
estabiliza a más o menos el U %. Aunque el secado
en horno puede reducir el contenido de humedad
de la madera de 2 a 6% más, esta reducción no es
permanente y el contenido de humedad volverá a
estar cerca de U% cuando la madera esté otra vez
en el aire ambiental.
Los cambios dimensional es por hinchazón y con-
tracción como resultado de los cambios en la hume-
dad atmosférica sólo ocurren cuando el contenido de
humedad es inferior al punto de saturacion de fibra.
La humedad adicional llena las cavidades en las
células, pero ocasiona cambios dimensionales apre-
ciables. Cuando ocurren cambios dimensionales, és-
tos tienen lugar en sentidos radial y tangencial,
transversales al eje longitudinal de la madera, porque
las paredes de las células se hinchan o se contraen en
sentido perpendicular a la dirección de las fibras. Hay
que desecar la madera antes de ponerla en servicio,
de modo que llegue al equilibrio bajo las condiciones
atmosféricas. Veáse la sección. U.1.
"Estos datos son para valores específicos de densidad y de contenido de humedad para cada especie de madera. Tomados del Wood
Handbook, U.S. Forest Products Laboratory.
tET =módulo de elasticidad, psi en dirección tangencial; ER =módulo en dirección radial; GLR=módulo cortante en un plano normal
a la dirección tangencial; GLT=módulo cortante en un plano normal a dirección radial; GRT=módulo cortante en un plano normal a la
dirección longitudinaJ.
5.26.2 Propiedades de la madera
La madera tiene tres ejes de simetría perpendicu-
lares entre sí: longitudinal o paralelo a la veta, tan-
gencial y radial. La resistencia y las propiedades
elásticas difieren en estas direcciones debido a la
orientación estructural de las células de la madera.
Los valores del módulo de elasticidad en las dos
direcciones perpendiculares a la veta sólo alcanzan
entre 1/20 y 1/12 del valor paralelo a la veta. En la
tabla 5.18 se comparan los módulos elástico y cor-
tante de algunas maderas tipicas en los sentidos
longitudinal, tangencial y radial. Estos módulos
perpendiculares son importantes en el diseño de
materiales compuestos que contienen madera.
En la tabla 11.3 se indican las principales propie-
dades mecánicas de algunas maderas de uso común
en aplicaciones estructurales. Como se observa, al
aumentar el contenido de humedad se reducen to-
das las propiedades de resistencia y rigidez, excepto
el impacto.
En la tabla 5.19 se muestran los pesos y densida-
des específicas de diversas especies de madera co-
mercial de construcción.
5.26.3 Resistencia de la madera
al ataque químico
La madera es mejor que muchos materiales de cons-
trucción en cuanto a resistencia a ácidos débiles, en
especial a temperaturas ordinarias. TIene excelente
resistencia a la mayor parte de los ácidos orgánicos,
en particular al acético, pero la madera raras veces se
emplea en contacto con soluciones que son más que
débilmente alcalinas. Deben evitarse los productos
químicos oxidantes y las soluciones de sales de hierro,
en combinación con condiciones de humedad.
La madera se compone aproximadamente de 50
a 70% de celulosa, 25 a 30% de lignina y 5% de
extractivos con menos de 2% de proteína. Los ácidos
como el acético, fórrnico, láctico y bórico no se ioni-
zan de modo suficiente a temperatura ambiente
para atacar la celulosa, por lo cual no afectan la
madera.
Cuando el pH de soluciones acuosas de ácidos
débiles es 2 o más, la rapidez de hidrólisis de celu-
losa es pequeña y depende de la temperatura. Un
efecto de la aproximación de esta temperatura es
que por cada 20°F de aumento, se duplica la rapidez
de la hidrólisis. Los ácidos con valores de pH arriba
de 2 o las bases con pH abajo de 10 tienen poco
efecto debilitante en la madera a temperatura am-
biente, si la duración de la exposición es moderada.
5.26.4 Calidades comerciales
de madera
La madera para construcción se clasifica para hacer
posible que el usuario compre la calidad que mejor
se adapte a un uso en particular. La calidad o grado
de una pieza de madera de construcción se basa en
el número, carácter y ubicación de las características
Materiales paraconstrucción
. 5.59
TABLA 5.18 Módulos de diversas maderas"
Módulo Relaciones de módulo
Relaciones del módulo
longitudinal Eu de Young de rigidez
ESEecie
103psi
ET/ ELt ER/EL t GLR/ELt GLT/ELt GRT/ELt
Fresno 2180 0.064 0.109 0.057 0.041 0.017
Balsa
550 0.015 0.046 0.054 0.037 0.005
Abedul
2075 0.050 0.078 0.074 0.067 0.017
Abeto Douglas
2280 0.050 0.068
0.064 0.078 0.007
Álamo
1407 0.043 0.092 0.075 0.069 0.011
Nogal
1630 0.056
0.106 0.085 0.062
0.021
5.60 . Seccióncinco
TABLA5.19 Pesosy densidades de especies comerciales de madera aserrada
Densidad
Peso,lb/W Densidad
basada en peso
Contenido basada
secado en
A A Factor de
de
en peso
estufa y
12% 20%
ajuste por
humedad secado
volumen
de de cada 1% de
cuando en estufa Peso
a 12%
contenido contenido cambio en
verde
y volumen cuando
de contenido
de de contenido de
(prom),
cuando
verde,
Especies
de humedad
humedad humedad humedad
% verde
lb/ W
Coníferas:
Cedro
Alaska
0.44 31.1 32.4 0.170 38 0.42 35.5
Libocedro
0.37 25.0 26.4 0.183 108 0.35 42.5
Cedro de Port Orford 0.42 29.6 31.0 0.175 43 0.40 35.0
Árbol de la vida 0.33 23.0 24.1 0.137 37 0.31 26.4
Ciprés, del sur
0.46 32.1
33.4 0.167 91 0.42 45.3
Pino de Oregón
Región de la costa
0.48 33.8 35.2 0.170 38 0.45 38.2
De tierra adentro 0.44 31.4 32.5 0.137 48 0.41 36.3
De las Rocosas 0.43 30.0 31.4 0.179 38 0.40 34.6
Abeto, blanco 0.37 26.3 27.3 0.129 115 0.35 39.6
Pinabete
Del este
0.40 28.6 29.8 0.150 111 0.38 43.4
Del oeste
0.42 29.2 30.2 0.129 74
0.38 37.2
Alerce, del oeste 0.55 38.9 40.2 0.170 58 0.51 46.7
Pino
Blanco, del este 0.35 24.9 26.2 0.167 73 0.34 35.1
Contorcido 0.41 28.8 29.9 0.142 65 0.38 36.3
De Noruega
0.44 31.0 32.1 0.142 92 0.41 42.3
Ponderosa 0.40 28.1 29.4 0.162 91 0.38 40.9
Pino tea americano 0.51 35.2 36.5 0.154 81 0.46 45.9
Pino pantano
0.58 41.1
42.5 0.179 63 0.54 50.2
De azúcar 0.36 25.5 26.8 0.162 137 0.35 45.8
Pino blanco del oeste 0.38 27.6 28.6 0.129 54 0.36 33.0
Secoya rojo
0.40 28.1 29.5 0.175 112 0.38 45.6
Abeto
De Engelmann
0.34 23.7 24.7 0.129 80 0.32 32.5
De Sitka 0.40 27.7
28.8 0.145 42
0.37 32.0
Blanco
0.40 29.1 29.9 0.104 50 0.37 33.0
Maderas duras:
Fresno, blanco 0.60 42.2
43.6 0.175 42
0.55 47.4
Haya, americano
0.64 43.8 45.1 0.162 54
0.56 50.6
Abedul
Dulce
0.65 46.7 48.1 0.175 53 0.60 53.8
Amarillo 0.62 43.0 44.1 0.142
67,
0.55 50.8
Olmo, roca 0.63 43.6 45.2 0.208 48 0.57 50.9
De goma
0.52 36.0 37.1 0.133 115 0.46 49.7
Nogal
Hicoria falsa
0.66 45.9 47.6 0.212 63 0.60 56.7
De corteza peluda
0.72 50.8 51.8 0.129 60 0.64 57.0
Maple, sugar
0.63 44.0 45.3 0.154 58 0.56 51.1
Roble
Rojo
0.63 43.2 44.7 0.187 80 0.56 56.0
Blanco
0.68 46.3 47.6 0.167 68 0.60 55.6
Álamo, amarillo 0.42 29.8 31.0 0.150 83 0.40 40.5
que reducen su resistencia, así como en los factores
que afectan su durabilidad y utilidad. Las mejores
clases de madera están libres de imperfecciones,
pero las otras clases, que son la mayor parte, contie-
nen muchos nudos y otros defectos que afectan la
calidad en diversos grados. Las diversas asociacio-
nes de productores de madera para construcción
asumen su jurisdicción en cuanto a la calidad en
ciertas especies. Se utilizan dos grupos principales
de reglas de clasificación para maderas duras y
maderas suaves o de coníferas.
La madera dura se clasifica según las reglas
adoptadas por la National Hardwood Lumber Aso-
ciation. Puesto que la mayor parte de las piezas de
madera dura se cortan en otras más pequeñas para
fabricar un producto, las reglas de clasificación se
basan en la proporción de una pieza dada que se
pueda cortar en otras más pequeñas. El material
utilizable debe tener una cara sin defectos, y la cara
opuesta debe ser de buena calidad.
La madera suave o de coníferas se clasifica y
gradúa según las reglas adoptadas por diversas
asociaciones regionales de fabricantes de madera de
construcción. Las normas estadounidenses para
madera de construcción suave se formularon como
resultado de conferencias organizadas por el U.S.
Department of Commerce para mejorar y simplifi-
car las reglas de clasificación. Estas normas, emiti-
das en forma de folletos por el Department of
Commerce, han tenido como consecuencia unas
prácticas más uniformes en todo el país. La madera
suave para construcción se clasifica según el uso,
medidas y proceso de manufactura.
Las clasificaciones por el uso comprenden: (1)
madera secada al aire, destinada para construccio-
nes en general; (2) madera para carpintería, que está
limitada a las medidas más grandes y destinada
para usarse donde se necesite de mínimos esfuerzos
de trabajo; y (3) madera para elaborar, destinada
para cortarse y usarse en otras manufacturas.
La madera clasificada según la manufactura
comprende: (1) madera sin cepillar, que está en
condición basta después de aserrada; (2) madera
cepillada, que tiene una superficie acabada al pasar-
la por una cepilladora; y (3) madera semielaborada,
que ha sido acoplada y moldeada.
Toda la madera suave de construcción se clasifi-
ca en dos categorías generales, selecta y común, con
base en su aspecto y características. La madera para
carpintería se clasifica según la resistencia de cada
especie.
Materialesparaconstrucción. 5.61
5.26.5 Mejora de propiedades
de madera
Debido a su elevada anisotropía y propiedades hi-
groscópicas, la madera tiene limitaciones de uso
como material estructural. Se utilizan diversas téc-
nicas para mejorar la resistencia o estabilidad di-
mensional de la madera en atmósferas de servicio.
Se pueden aplicar preservadores para combatir que
la madera se pudra y sea atacada por organismos
animales. Se pueden unir hojas delgadas de madera
para obtener una estructura de madera modificada;
las hojas se pueden impregnar de manera eficiente
para llenar las cavidades de las células. Como mo-
dificación adicional, la estructura de hojas delgadas
se puede comprimir durante el periodo de curado
por unión para aumentar la densidad y resistencia.
Estas técnicas mejoran la resistencia a sustancias
químicas, la resistencia a la pudrición de la madera
y la estabilidad dimensional de la madera.
Ver también la subsección 11.2.4.
5.27 Plásticos
Los términos sinónimos plásticos y resinas sintéticas
denotan altos polímeros orgánicos sintéticos. Los
polímeros son compuestos en los que las subunida-
des básicas a nivel molecular son moléculas de
cadena larga. La palabra plástico se ha adoptado
como nombre general para este grupo de materia-
les, porque todos se pueden moldear en alguna
etapa de su manufactura.
5.27.1 Estructura de los plásticos
En la polimerización puede emplearse la polimeri-
zación simultánea de dos o más monómeros para
formar un polímero que contenga ambos monóme-
ros en una cadena. Estos copolímeros, con frecuencia
tienen características y propiedades físicas y mecá-
nicas más deseables que cualquiera de los políme-
ros individuales que se han combinado. La gama de
propiedades disponibles con la copolimerización
significa que el ingeniero puede obtener plásticos
fabricados para requisitos específicos.
Los polímeros pueden formarse en estado
amorfo o cristalino, según la disposición relati-
va de las moléculas de cadena larga. El estado
5.62 . Seccióncinco
amorfo (sin forma) se caracteriza por una disposi-
ción totalmente al azar de las moléculas. El estado
cristalino en un polímero consiste en regiones cris-
talinas, llamadas incrustadas, enclavadas en una
matriz amoda.
Plastificadores y rellenos se pueden agregar a
polímeros para cambiar sus propiedades básicas.
Los plastificadores son sustancias de peso mo-
lecular bajo (cadena corta) para reducir el peso
molecular promedio de un polímero y hacerlo así
más flexible. Los rellenos se pueden agregar, en
particular a los plásticos más suaves, para hacer-
los más rígidos, aumentar su resistencia y propie-
dades al impacto, o mejorar su resistencia al calor.
Se puede usar harina de madera, mica, fibras de
asbesto y fibras o telas desmenuzadas como mate-
rial de relleno para polímeros.
La cristalización ocasiona un empaquetamiento
más denso de las moléculas de los polímeros y, por
ello, un aumento en las fuerzas intermoleculares.
Los polímeros resultantes tienen más resistencia y
rigidez, y un punto de reblandecimiento más alto
que los polímeros amodos de la misma estructura
química y peso molecular. Un ejemplo típico de esto
es el polietileno de alta densidad.
El enlace cruzado, una variación común en el
crecimiento de los polímeros, enlaza entre sí las
cadenas de moléculas, a intervalos, con enlaces
primarios. Para tener un enlace cruzado efectivo,
normalmente deben existir átomos de carbono in-
saturados dentro de la cadena del polímero, porque
el enlace cruzado tiene lugar precisamente en esos
puntos de conexión. El enlace cruzado restringe
mucho el movimiento entre las cadenas adyacentes
del polímero y, por ello, altera las propiedades me-
cánicas del ma terial. Un polímero de enlace cruzado
tiene mayor resistencia a la tensión, más deforma-
ción recuperable (elasticidad) y menos alargamien-
to a la falla. La vulcanización del hule natural con
el azufre es un ejemplo de la clase de transformación
que puede producir un enlace cruzado, desde su-
perficies de rodadura para neumáticos hasta cajas
de acumuladores.
Se pueden formar también estructuras tridimen-
sionales con polímeros en cadena por ramificación,
en la cual las cadenas principales se bifurcan en dos
cadenas. El grado de ramificación se puede contro-
lar en el proceso de producción. Si la ramificación
es lo bastante extensa, restringe el movimiento entre
las cadenas adyacentes porque ocasiona entrelaza-
miento.
5.27.2 Deformación de los polímeros
Los módulos elásticos de los plásticos, por lo gene-
ral, están dentro de los límites de 1~ a 106psi o sea
mucho menores que en los metales. Las deforma-
ciones más pronunciadas que se observan cuando
se aplica carga a los plásticos ocurren porque hay
desdoblamiento de las cadenas y alargamiento de
los enlaces en los polímeros. Las estructuras reticu-
lares de polímeros son más rígidas que las líneas y
tienen módulos más elevados.
La deformación de un plástico favorece la crista-
lización, porque las cadenas moleculares quedan
más próximas y tienden a alinearse. Así, las propie-
dades de los polímeros pueden cambiarse al defor-
marlos mucho. Este fenómeno de orientación se
emplea para producir plásticos con diferentes pro-
piedades en una dirección que en otras. El estira-
miento, que orienta las cadenas moleculares en el
sentido del estiramiento, produce una resistencia
en sentido longitudinal que es varias veces mayor
que la del material sin estirar.
Los polímeros son viscoelásticos porque están
sujetos a fenómenos dependientes del tiempo. Los
materiales poliméricos sometidos a una carga apli-
cada gradualmente, presentan deformaciones plás-
ticas mayores que con cargas de corta duración. Si,
en vez de ello, se estira el material hasta un alarga-
miento dado, el esfuerzo necesario para mantener
el alargamiento disminuirá con el tiempo. Tanto la
deformación plástica como la relajación de esfuer-
zos se aceleran a temperaturas más altas, con las
cuales las cadenas moleculares tienen más energía
térmica para facilitar la reorientación o el desliza-
miento. Dado que las propiedades dependen del
tiempo, la regulación en la aplicación de la carga en
un polímero puede afectar el comportamiento ob-
servado. Al aumentar la velocidad de aplicación de
carga, se producen curvas de esfuerzo-deforma-
ción más pronunciadas, que indican que el material
es más rígido cuando se reduce el tiempo para los
reajustes moleculares.
Los polímeros amodos tienen una temperatura
característica, llamada temperatura de transición
de vidrio, a la que las propiedades tienen un cambio
drástico. La transición de un comportamiento ví-
treo a uno de propiedades como el caucho puede
ocurrir a cualquier temperatura. En el lado de tem-
peratura alta de esta transición, los segmentos mo-
leculares son libres de moverse uno junto al otro y,
en el lado de temperatura bajo, están rígidamente
confinados. Por lo tanto, la temperatura a la que el
polímero se convierte en vítreo y quebradizo y no
se comporta ya como polímero como el caucho, es
causa de preocupación en el uso de cualquier siste-
ma de polímeros.
5.27.3 Plásticos termoendurecidos
(irreversibles)
Este tipo de plástico es originalmente suave o se
suaviza en forma muy rápida con la aplicación de un
poco de calor, pero si se le aplica más calor sufre
un endurecimiento permanente. Al final, la estructu-
ra de celosía continua de los plásticos termoendure-
cidos se puede desarrollar a partir del mecanismo de
condensación de polimerización, o se puede endure-
cer por la formación de enlaces primarios entre cade-
nas moleculares cuando se aplica energía térmica. El
fin de la polimerización, que se acelera a temperatu-
ras más altas, proporciona un fraguado permanente
a los plásticos termoendurecidos. En general éstos
son más fuertes que los plásticos reversibles, en espe-
cial a elevadas temperaturas.
Las principales variedades de plásticos termoes-
tables se describen brevemente a continuación, al
igual que sus principales aplicaciones. (Para datos
detallados de las propiedades de estos plásticos,
véase el más reciente número enciclopédico de Mo-
dern Plastics.)
Los fenolformaldehídos constituyen la varie-
dad más grande de artículos de plástico termoen-
durecibles moldeados. Se utilizan para aplicaciones
en química, decorativas, eléctricas, mecánicas y tér-
micas de todas clases. Como son duros y rígidos,
cambian muy poco, si acaso, al envejecer bajo techo;
pero a la intemperie la superficie pierde su brillo.
No obstante, las características contra exposición a
la intemperie de las fórmulas más duraderas suelen
ser buenas. Los fenolformaldehídos tienen buenas
propiedades eléctricas, no se queman con facilidad
y no sostienen la combustión. Son fuertes, ligeros de
peso y suelen ser agradables a la vista y al tacto. En
general, no pueden obtenerse en colores claros, de-
bido al color castaño oscuro básico de la resina.
Tienen baja absorción de agua y buena resistencia
al ataque de los productos químicos más comunes.
Las resinas epóxicas y el poliéster se utilizan
para una gran variedad de propósitos. Por ejemplo,
las piezas electrónicas con componentes delicados,
a veces son coladas por completo con estos materia-
Materiales paraconstrucción . 5.63
les para darles apoyo completo y continuo a los
choques térmicos y mecánicos. Algunas variedades
se deben curar a temperaturas elevadas; otras, pue-
den formularse para curar a la temperatura ambien-
te. Uno de los atributos más notables de las resinas
epóxicas es su excelente adherencia en una gran
variedad de materiales incluso metales como el co-
bre, latón, acero y aluminio.
Los materiales de poliéster para moldeo, cuan-
do están compuestos con fibras (en especial fibra de
vidrio) o con diversos agregados minerales (inclu-
yendo la arcilla) pueden formularse en mastiques o
premezclados que se moldean con facilidad por
compresión o transferencia para producir piezas de
alta resistencia al impacto.
Alos materiales de melamina formaldehído no
los afectan los disolventes orgánicos normales, gra-
sa, aceites o la mayoría de los ácidos y álcalis débi-
les. Su absorción de agua es baja. Son insensibles al
calor y muy resistentes a las llamas, según el mate-
rial de relleno. Sus propiedades eléctricas son muy
buenas, en especial la resistencia a los arcos. Los
materiales sin relleno son muy traslúcidos y tienen
posibilidades ilimitadas para darles color. Los prin-
cipales materiales para relleno son la celulosa alfa,
para compuestos de usos generales; minerales, para
mejorar sus propiedades eléctricas, en particular a
temperaturas elevadas; recorte de telas, para darles
alta resistencia a los choques y resistencia a la fle-
xión; y celulosa, casi siempre usada para aplicacio-
nes eléctricas.
El poliuretano se usa de diferentes formas en la
construcción. Como aislamiento térmico se usa en
forma de espuma, ya sea preespumado o espumado
en el sitio; este último es particularmente útil en
espacios irregulares. Cuando se fabrica con fluoro-
carbonos, la espuma tiene una transmisión de calor
excepcionalmente baja y por esto se usa ampliamen-
te en refrigeradores de paredes delgadas. Otros usos
incluyen aplicaciones de campo, o recubrimiento de
color y acabados para pisos, muros, etc. La presen-
tación en forma de hule se emplea para esparcirlo o
aplicarlo sobre losas de techo, juntas y compuesto
para calafateo.
Los urea-formaldehídos, igual que los melami-
nas, ofrecen posibilidades ilimitadas de transluci-
dez a color opaco, rapidez de transmisión de la luz,
buenas propiedades mecánicas y eléctricas y resis-
tencia a los disolventes orgánicos y a los ácidos y
álcalis suaves. Aunque no ocurren hinchazón ni
cambio en la apariencia, la absorción de agua de los
5.64 . Seccióncinco
urea-formaldelúdos es bastante alta; por ello no
se recomiendan para aplicaciones que implican
exposición prolongada al agua. Una exposición oca-
sional al agua no tiene efectos nocivos. Las propie-
dades de resistencia son buenas.
Las siliconas, al contrario de otros plásticos, tie-
nen como base al silicio en vez de carbono. Por ello,
su inactividad y durabilidad en una amplia varie-
dad de condiciones, son notables. En comparación
con los fenólicos, sus propiedades mecánicas son
malas, por lo que se les agregan fibras de vidrio.
El moldeo es más difícil que con otros materiales
termoendurecibles. Al contrario de la mayoría de
las resinas, las siliconas pueden utilizarse en funcio-
namiento continuo a 400'P; tienen muy poca absor-
ción de agua; sus propiedades dieléctricas son
excelentes ante el ataque de muchos productos qui-
micos; en trabajo a la intemperie, su durabilidad es
extraordinaria. En soluciones líquidas, las siliconas
se utilizan para dar resistencia contra la humedad
a los muros de mampostería y a textiles. También
forman la base de muchas pinturas y otros revesti-
mientos capaces de mantener la flexibilidad y la
inactividad al ataque a altas temperaturas, en pre-
sencia de luz ultra violeta y ozono. Los hules de
siliconas mantienen su flexibilidad a temperaturas
mucho más bajas que otros hules.
5.27.4 Termoplásticos reversibles
Estos plásticos se deforman con facilidad a elevadas
temperaturas y se endurecen otra vez al enfriarse.
Se pueden suavizar al aplicarles calor y endurecerse
al enfriarlos cualquier número de veces. Los termo-
plásticos reversibles se deforman fácilmente si se les
aplica presión, en particular a elevadas temperatu-
ras, y por ello se emplean para hacer productos
moldeados.
La principales variedades de los termoplásticos
se describen en forma breve a continuación. (Para
información detalladas de las propiedades de estos
plásticos, véase el más reciente número enciclopé-
dico de Modem Plastics.)
Los acn1icos en forma de grandes hojas transpa-
rentes se utilizan para ventanas y para comparti-
mientos de aviones, y en muchas aplicaciones en la
industria de la construcción. Aunque no son tan
duros como el vidrio, los acn1icos tienen calidad y
transparencia perfectas. Entre todos los plásticos
transparentes, son los más resistentes a la luz solar
ya la intemperie y poseen una combinación óptima
de flexibilidad y rigidez así como resistencia al as-
tillamiento. Pueden producirse en una gran varie-
dad de colores transparentes, traslúcidos y opacos.
Las láminas acrílicas se pueden conformar con faci-
lidad en formas muy complejas. Se utilizan para
aplicaciones como ventanas transparentes, rótulos
en interiores y exteriores, parte de artefactos para
alumbrado, piezas decorativas y funcionales en au-
tomóviles, camiones y autobuses, reflectores, partes
de aparatos domésticos y otras aplicaciones simila-
res. Los acrílicos pueden utilizarse como hojas gran-
des, moldeadas a partir de polvos o coladas a partir
del monómero líquido.
El estireno-butadieno-acrilonitrilo (ABS) es un
copolímero de tres compuestos que produce una
familia de resinas duras, tenaces, quimicamente re-
sistentes. Su mayor uso es en tuberías y conexiones.
El policarbonato tiene excelente transparencia,
alta resistencia al impacto y buena resistencia
a agentes atmosféricos. Se utiliza para cristales
inastillables, iluminación general y cascos de se-
guridad.
El polietileno, en su forma no modificada, es un
plástico flexible, céreo, translúcido que mantiene su
flexibilidad a temperaturas muy bajas, al contrario
de muchos otros materiales termoplásticos. El pun-
to de distorsión por calor del antiguo polietileno de
baja densidad es bajo; estos plásticos no se reco-
miendan para usarlos a temperaturas superiores a
los ISO'F. Los nuevos materiales de alta densidad
tienen puntos de distorsión por calor más elevados;
algunos pueden calentarse a temperaturas supe-
riores a los 2I2'F. El punto de distorsión por calor
puede ser mayor de 2S0.P para los plásticos irradia-
dos con haces de alta energía, o para polietileno con
peso molecu1ar bastante alto. Al contrario de la
mayoría de los plásticos, el polietileno es parcial-
mente cristalino. Es inerte a los disolventes y pro-
ductos quimicos corrosivos de todas clases, a las
temperaturas normales. Por lo general, su baja ab-
sorción y su baja permeabilidad a la humedad se
combinan con excelentes propiedades eléctricas. Su
densidad es menor que la de cualquier otro plástico
comercial no poroso. Cuando se mezcla con pig-
mento negro, tiene buenas propiedades de resisten-
cia a la intemperie. El polietileno tiene amplio uso
como material aislante primario para alambres y
cables y se ha utilizado como sustituto del forro de
plomo en cables para comunicaciones y de otros
tipos. También se usa mucho en forma de película
flexible, para empacar, en especial los alimentos,
y como recubrimiento anticorrosivo para tanques y
otros equipos para productos químicos.
El polipropileno, una poliolefina, es similar en
muchos aspectos al polietileno, pero suele ser más
duro, fuerte y resistente ala temperatura. Tiene
muchos usos, como en cisternas para suministrar
agua en sistemas de plomería para baños.
El politetrafluoretileno (PfP), que incluye en su
estructura el flúor, es un elemento muy activo, un
polímero de tipo lineal, altamente cristalino, único
entre los compuestos orgánicos por ser inerte quí-
micamente y por su resistencia al cambio a altas
y bajas temperaturas. Tiene un bajísimo factor de
pérdida dieléctrica. Además, sus otras propiedades
eléctricas son excelentes. Su propiedad más notable
es su extrema resistencia al ataque por agentes co-
rrosivos y disolventes de todas clases, El politetra-
fluoretileno puede mantenerse por largos periodos
a temperaturas mayores que SOO'P,sin que haya
cambio apreciable en sus propiedades, excepto pér-
dida de resistencia a la tensión. Por 'ello, sus tempe-
raturas de servicio se mantienen a menos de 480'F.
Este material no se hace quebradizo a bajas tempe-
raturas y sus capas permanecen flexibles a tem-
peraturas inferiores a los -100'F. Se usa en puentes,
como apoyos para vigas y en edificios sujetos a
condiciones extremas de resistencia o para usos
donde se requiera baja fricción. En líneas de vapor,
por ejemplo, los sillines de apoyo de politetrafluo-
retileno permiten que la línea se deslice fácilmente
sobre el sillín, al aCQrtarse o alargarse la línea, por
la expansión y contracción que causan los cambios
de temperatura. Con esto, las temperaturas causan
poco o ningún efecto. Las propiedades mecánicas
son moderadamente altas ypuede necesitarse el uso
de refuerzos para evitar flujo plástico o que sea
expulsada laterahnente bajo cargas pesadas.
El fluoruro de polivinilo posee gran parte de
las cualidades de ser inerte al ataque de productos
químicos y de la intemperie, típica de los flurocar-
bonos. Entre otras aplicaciones, se utiliza como
película fina para revestimiento de tableros de
edificios que estarán expuestos a la intemperie.
Las resinas de formal polivinilo tienen su uso
principal como base para un esmalte aislante, im-
permeable, tenaz, para alambres eléctricos.
El butiral-polivinil es la tenaz capa intermedia
en los cristales de seguridad. En su forma plastifi-
cada de enlace cruzado, el butiral-polivinil es muy
usado para recubrir telas para impermeables, tapi-
Materiales paraconstrucción . 5,65
cerías y para otras aplicaciones de trabajo pesado,
resistentes a la humedad.
Los polímeros y copolímeros de cloruro de vi-
nilo varían desde los duros y rígidos hasta los muy
flexibles. El cloruro de polivinilo es de naturaleza
dura y rígida, pero puede plastificarse para darle
cualquier grado requerido de flexibilidad, por ejem-
plo, para impermeables y cortinas para baño. Los
copolímeros, incluyendo el cloruro de vinilo más
acetato de vinilo, tiene flexibilidad natural sin plas-
tificantes. Los plásticos no rígidos de vinilo se uti-
lizan ampliamente como aislantes y forros para
alambres y cables eléctricos debido a sus propieda-
des eléctricas y a su resistencia al aceite y al agua.
Se utilizan películas delgadas para ropa impermea-
ble y aplicaciones similares; las películas y hojas de
mayor calibre se usan mucho para tapicerías. Los
cloruros de vinilo se utilizan en forma de losetas
para pisos, por su resistencia a la abrasión y su
relativamente baja absorción de agua. Los materia-
les rígidos se emplean para tubos y muchas otras
aplicaciones en las que se requiere resistencia a la
corrosión y a la acción de muchos productos quími-
cos, en especial ácidos y álcalis; pero son atacados
por una serie de disolventes orgánicos. Igual que
todos los termoplásticos, los cloruros de vinilo se
ablandan a temperaturas elevadas; la temperatura
máxima recomendada es de unos I40'P, aunque
bajo cargas reducidas pueden usarse a temperatu-
ras hasta de I80'F.
El cloruro de vinilideno en general tiene alta
resistencia a la mayoría de los productos químicos
inórganicos y a los disolventes orgánicos. Es imper-
meable al agua bajo inmersión prolongada y sus
películas ofrecen mucha resistencia a la transmisión
de humedad y vapores. Puede esterilizarse, si no
está bajo carga, en agua hirviente y sus propiedades
mecánicas son buenas. El cloruro de vinilideno no
se recomienda para usos que impliquen impactos
con alta velocidad, resistencia a los choques o flexi-
bilidad a temperaturas abajo de o'e. No se debe
utilizar en aplicaciones que requieran exposición
continua a temperaturas mayores de I70'F.
Los compuestos de poliestireno constituye una
parte grande e importante en todo el campo de los
materiales termoplásticos. Un buen número de po-
liestirenos modificados ofrecen una gama un tanto
amplia de propiedades. El poliestireno es uno de los
plásticos más ligeros que se producen comercial-
mente en la actualidad. Es relativamente barato, se
moldea con facilidad y posee buena estabilidad
5.66 . Seccióncinco
dimensional y a bajas temperaturas. En su tipo
transparente tiene claridad brillante; puede produ-
cirse en una cantidad infinita de colores. La absor-
ción de agua es insignificante, incluso después de
una larga inmersión. Sus características eléctricas
son excelentes. Es resistente a la mayoría de los
productos químicos corrosivos como los ácidos y a
una gran cantidad de disolventes orgánicos, aun-
que hay otros que sí lo atacan. Los poliestirenos,
como clase, son mucho más quebradizos y menos
extensibles que muchos otros materiales termoplás-
ticos, pero estas propiedades logran una marcada
mejora con la copolimerización. Bajo ciertas cir-
cunstancias tienden a desarrollar fisuras, conocidas
como cuarteaduras irregulares, por exposición, en es-
pecial a la intemperie. Esto ocurre también con
muchos otros termoplásticos, en particular al apli-
carIes esfuerzos elevados.
El poliimida en su forma moldeada, se utiliza
cada vez más en donde se requiere su alta resisten-
cia al impacto y a la abrasión. Se emplea en engra-
najes pequeños, levas y otras partes de máquinas,
porque aunque no tenga lubricación, el poliimida
tiene alta resistencia al desgaste. Su resistencia quí-
mica, excepto a los fenoles y ácidos minerales, es
excelente. El poliimida extruido se aplica como re-
cubrimiento en alambres y cables eléctricos y en
cuerdas, para darles resistencia a la abrasión. Su
aplicación en cabezas de martillos esuna indicación
de su resistencia al impacto.
Derivados de celulosa 8 La celulosa es un
polímero elevado natural que se encuentra en todos
los tejidos fibrosos de plantas leñosas, y en algunos
ma teriales como el algodón. Mediante procesos quí-
micos puede modificarse para formar una gran va-
riedad de materiales termoplásticos que, a su vez,
pueden modificarse todavía más con plastificantes,
materiales de relleno y otros aditivos para impartir-
le muy diversas propiedades. El más antiguo de
todos los plásticos es el nitrato de celulosa.
El acetato de celulosa esla base de la película de
seguridad desarrollada para resolver el problema
de la gran inflamabilidad de la microcelulosa (celu-
loide). De su forma inicial, película, hoja, o polvo
para moldear, se hace una gran variedad de artícu-
los, como envolturas transparentes y una serie de
artículos para usos generales. Según su contenido
de plastificantes, puede ser duro y rígido o blando
y flexible. La absorción de humedad, como en todos
los productos de celulosa, esalta y no serecomienda
para exposición prolongada y continua a la intem-
perie. La película de acetato de celulosa, reforzada
con malla metálica, tiene mucho uso en cubiertas
temporales para edificiosdurante la construcción.
El acetato-butirato de celulosa, un copolímero
con butirato, tiene más suavidad inherente y más
flexibilidad que el acetato de celulosa y necesita
menosplastificante para obtener un grado dado de
suavidad y flexibilidad. Se fabrica en película y hoja
transparente incolora o como polvos para moldear,
que pueden moldearse con procedimientos de mol-
deo estándar de inyección para obtener una gran
cantidad de productos. Como los demás productos
de celulosa, este material tiene tenacidad inherente
y buena resistencia al impacto. Se le puede agre-
gar una infinidad de colores, como otros productos
de celulosa. La tubería de acetato-butirato de celu-
losa se emplea en mangueras para riego y tubos
para gas.
Laetil-celulosaessemejanteal acetatoyal acetato
butirato en sus propiedades generales. Hay dos tipos
en uso común: la de usosgeneralesy la de altoim-
pacto; la última se fabrica para lograr tenacidad su-
perior al promedio, a temperaturas normales ybajas.
La nitrocelulosa, uno de los plásticos más te-
naces, tiene uso muy extenso en mangos para
herramientas y aplicacionessimilares en donde se
necesita alta resistencia al impacto. Su gran infla-
mabilidad exige muchas precauciones, sobre todo
cuando está en forma de película. La mayoría de
las películas fotográficas comerciales se hacen con
microcelulosa, en vez de acetato de celulosa. La
nitrocelulosa es la base de la mayoría de las lacas
comerciales y usos similares.
5.28 Elastómeros O hules
sintéticos
Para usarse en construcciones, el hule esnatural y
sintético; el primero, que también recibe el nombre
de hule crudo en su forma vulcanizada, estácom-
puesta de grandes y complejas moléculas de isopre-
no. Los hules sintéticos, también conocidos como
elastómeros, generalmente se semejan al hule sólo
por su gran elasticidad. Los principales hules sinté-
ticos son los siguientes:
GR-S es el más parecido al hule crudo y es
producto de la copolimerización de estireno y buta-
dieno; es el que más se utiliza de los hules sintéticos
y no es resistente al petróleo, pero se usa amplia-
mente para la fabricación de neumáticos y aplica-
ciones similares.
El nitrilo es un copolímero de acrilonitrilo y
butadieno. Su excelente resistencia a petróleos y
solventes lo hace útil para la fabricación de mangue-
ras de combustible y solventes, partes para equipo
hidráulico y aplicaciones similares.
El bu tilo se obtiene de la copolimerización de
isobutileno con una pequeña proporción de isopre-
no o butadieno. De todos los hules, tiene la más baja
permeabilidad a gases y, en consecuencia, se utiliza
ampliamente para hacer cámaras para neumáticos
y otros aplicaciones en las que los gases puedan
mantenerse con un mínimo de difusión. Se usa para
juntas en edificios.
El neopreno se hace por polimerización de clo-
ropreno. TIene muy buenas propiedades mecánicas
y es particularmente resistente a la luz solar, calor,
envejecimiento y petróleo, por lo que se usa para
hacer bandas para máquinas, juntas, mangueras
para petróleo, aislamiento de cables y otras aplica-
ciones para intemperie, como son impermeabili-
zaciones y juntas para construcción y vidriado.
Los hules de sulfuros, es decir los polisulfuros
de elevado peso molecular, tienen propiedades se-
mejantes al hule y los objetos que se fabrican con
ellos, como son recubrimientos para mangueras y
tanques así como pasta para limpiar cristales, mues-
tran buena resistencia a solventes, petróleo, ozono
y exposición a bajas temperaturas e intemperie.
El hule de silicona, que también se estudia en
la subsec. 5.27.3, cuando tiene consistencia como
de hule forma un material que muestra inatacabi-
lidad y resistencia excepcionales a la temperatura.
Por esta razón se emplea en la fabricación de jun-
tas, aislamiento eléctrico y productos similares
que mantienen sus propiedades tanto a alta como
a baja temperaturas.
Otros elastómeros son el polietileno, hule cicliza-
do, cloruro de polivinilo plastificado y polibuteno.
Una gran variedad de materiales entra en varios
compuestos de hule y, por lo tanto, proporcionan
una amplia gama de propiedades. Además, muchos
productos elastoméricos son estructuras laminadas
de compuestos semejantes al hule combinados con
materiales como tejidos y metales.
5.29 Materiales geosintéticos
Éstos son tejidos hechos de plásticos, principalmen-
te polímeros, pero a veces hule, fibras de vidrio u
Materialesparaconstrucción. 5.67
otros materiales, que se incorporan en suelos para
mejorar ciertas características geotécnicas. Las fun-
ciones que desempeñan los materiales geosintéticos
se pueden agrupar en cinco categorías principales:
separación de materiales, refuerzo de suelos, filtra-
ción, drenaje dentro de masas de suelos y barrera
para movimiento de humedad. Hay varios tipos de
materiales geosintéticos:
Los geotextiles son tejidos flexibles, porosos, he-
chos de fibras sintéticas en máquinas tejedoras es-
tándar o por deslustramiento o labor de punto (telas
no tejidas). Ofrecen las ventajas para fines geotécni-
cos de resistencia a la biodegradación y porosidad,
permitiendo flujo por el tejido y dentro del mismo.
Las georrejillas son barras o varillas hechas de
plástico y dispuestas en una red o rejilla. Se utilizan
principalmente para refuerzo de suelos y fijación de
éstos. Las medidas de apertura para georrejillas va-
rían de 1 a 6 in en direcciones longitudinal y trans-
versa, dependiendo del fabricante.
Las georredes son tejidos parecidos a las redes y
georrejillas, pero con aperturas de sólo alrededor de
0.25 in. Las varillas generalmente son de polietileno
extruido. Las georredes se emplean como medios
de drenaje.
Las geomembranas son tejidos poliméricos rela-
tivamente impermeables, que por lo general se fa-
brican en hojas flexibles y continuas. Se usan
básicamente como barreras para líquidos o vapores.
Pueden servir como recubrirnientos para rellenos
sanitarios y cubiertas para almacenes. Algunas geo-
membranas se fabrican al impregnar geotextiles con
asfalto o elastoméricos.
Los geocompuestos son una combinación de
otros tipos de materiales geosintéticos, formulados
para cumplir funciones específicas.
El diseño de filtros de materiales geosintéticos, o
refuerzo de tierra, o un recubrimiento de membrana
impermeable para relleno sanitario requiere de una
idea clara de las características geotécnicas a alcan-
zarse con la aplicación de materiales geosintéticos, y
de un pleno conocimiento de las propiedades de los
materiales geosintéticos así como de los materiales
disponibles en la actualidad y de sus propiedades.
Especificaciones para materiales geosin-
téticos . Una comisión conjunta de la American
Association of State Highway and Transportation
Officials (AASHTO),Associated General Contrac-
tors (AGC),y la American Roadand Transportation
Builders Association (ARTBA)ha dado a conocer
5.68 .Seccióncinco
especificaciones y procedimientos de prueba para
materiales geosintéticos destinados a aplicaciones
específicas. La ASTM ha promulgado especificacio-
nes para métodos de prueba para propiedades de
referencia, tales como tenacidad al agarre (D4632),
tena6dad al desmonte (D1682), resistencia a la ro-
tura hidráulica (Mullen) (D3786), resistencia a la
rotura de trapezoide (D4533), medida aparente de
abertura (D4751), degradación por exposición a luz
ultra violeta (D4355), estabilidad de temperatura
(D4594), permitividad (D4491), resistencia a la de-
formación (D1621), y resistencia a la perforación
(D4833). La ASTM también publica especificaciones
de métodos de prueba para las propiedades de
operación de geotextiles, georrejillas y geocom-
puestos, tales como tenacidad determinada por el
método de banda ancha (D4595), resistencia de cos-
tura cosida (D4884), flujo en plano, o transmisivi-
dad (D 4716).
En la especificación de un material geosintético,
debe considerarse no sólo el tipo de aplicación,
como es el reforzamiento de suelos, drenaje o con-
trol de erosión, sino también a la función a la que
vaya a servir el material en esa aplicación y las
propiedades requeridas. Algunas propiedades que
son de importancia para otros tipos de materiales
pueden no ser importantes para los geosintéticos, o
llevan a especificaciones confusas o excluyentes.
Por ejemplo, para geotextiles, el grosor puede no ser
importante. Diferentes procesos de manufactura
producen telas comparables con grosores diferen-
tes. Además, el grosor puede cambiar durante el
manejo y embarque. Del mismo modo, la densidad,
oz/yd2 o g/m2, puede ser útil sólo para estimar el
peso del geotextil. Como otro ejemplo, la permeabi-
lidad, que es el producto de permitividad y grosor,
puede ser diferente para dos telas con la misma
permitividad. La diferencia es una consecuencia de
las telas que difieren en grosor. Por lo tanto, la
evaluación en términos de su coeficiente de permea-
bilidad puede llevar a confusiones. Las comparacio-
nes deben estar basadas en la permitividad, que es
la medida de la cantidad de agua que pasaría por
un grosor unitario de un geotextil bajo una cabeza
dada (Sec. 7.39.2).
Las especificaciones deben estar basadas en las
propiedades específicas requeridas para las funcio-
nes a las que se vaya a dar servicio. Un material
geosintético puede tener funciones secundarias o
primarias. Deben considerarse las siguientes pro-
piedades en la especificación de un geosintético:
Geolextlles
Generales: Estructura de la tela (tejida, no tejida,
combinación), composición de polímero (poliéster,
polipropileno, polietileno, combinación), ancho y
longitud de rollos, supervivencia. Las telas pueden
estar formadas de fibras o hilos. Las fibras pueden ser
filamentos continuos o fibras cortadas o producidas
por el corte de una hoja de plástico extruida para
formar cintas planas y delgadas. Ver definiciones de
términos geotextiles en la subsec. 7.39.2.
Manejo y almacenaje: Protección contra exposición
a rayos ultravioleta, polvo, lodo u otros elementos
que puedan tener un efecto nocivo en la operación.
Filtración y propiedades hidráulicas: Porcentaje de
área abierta para telas tejidas, medida aparente
de abertura, permitividad.
Propiedades mecánicas: Requisitos de muestreo y
prueba, resistencia a la perforación, resistencia a la
rotura de Mullen, resistencia a la rotura trapezoidal,
tenacidad y elongación, tenacidad de franja ancha
y elongación en dirección de máquina y dirección
cruzada, resistencia a la luz ultra violeta después de
150 h, ángulo de fricción de interfase de tierra-tela
para aplicaciones de refuerzo.
Costuras y empalmes: Los empalmes dependen de
la aplicación, pero deben ser de 1 ft como mínimo
para todas las aplicaciones. Puede ser necesario
coser costuras. El hilo para costuras debe ser poli-
mérico y debe tener por lo menos la duración del
material principal. Las costuras deben ser dirigidas
hacia arriba. Las resistencias de costuras cosidas,
hechas en fábrica, deben ser iguales o mayores que
las del material principal. Las costuras cosidas en el
terreno de aplicación son más débiles que el mate-
rial principal.
Colocación: Emparejado y limpieza de terrenos,
agregados, grueso de cubiertas y coladas, equipo.
Reparaciones: Procedimientos para reparar rasga-
duras, roturas y otros daños, incluyendo requisitos
de empalme o sobreposición, costura y reposición.
Geomembranas
Generalidades: Composición de polímero (cloruro
de polivinilo, hipalón, polietileno, alta densidad,
muy baja densidad, o densidad lineal y texturizada
o no texturizada), ancho y longitud de rollo, grosor,
densidad, contenido de negro carbón.
Propiedades mecánicas: Resistencia a la tracción
(punto de cedencia y rotura), elongación (en ceden-
cia y rotura), resistencia al rasgado, fragilidad a
baja temperatura, resistencia al corte de costura y
resistencia a la adherencia (fusión y extrusión), re-
sistencia a la rotura de esfuerzo por condiciones
ambientales.
Otras: Igual a "Geotextiles" citadas antes.
Recubrimientos dearcillageosintética
Generalidades: Ancho y longitud de rollo; peso pro-
medio de rollo; densidad de bentonita (exclusiva
del peso del pegamento, si corresponde); peso y
grosor superiores del geosintético, y estructura (te-
jido, capa no tejida en reforzados con lienzo, no
tejido y perforado con aguja); peso inferior del geo-
sintético, grosor, y estructura (tejido, no tejido, no
tejido y perforado con aguja).
Propiedades mecánicas: Resistencia a la tracción y
elongación.
Propiedades hidráulicas: Permeabilidad.
Propiedades de bentonita de base: Contenido de hu-
medad, índice de esponjamiento, pérdida de fluido.
Otras: Ver "GeotextiIes" antes.
Georredes
Generalidades: Estructura (georred, núcleo de cús-
pide sencilla o doble, núcleo de depresión sencilla o
doble, núcleo de columna hueca o sólida, tela de
alambre enredada) composición de polímero (polie-
tileno, polipropileno, poliestireno), tipo de geotextil
adjunto, ancho y longitud de rollo, núcleo, red y
grosor de tela de alambre.
Propiedades mecánicas: Límite elástico en compre-
sión.
Propiedades hidráulicas: Gasto en plano.
Georrejillas
Generalidades: Proceso de manufactura (tejido,
perforado, hoja estirada, extrusión), tipo de recubri-
Materialesparaconstrucción. 5.69
miento, composición de polímero (poliéster, poli-
propileno, poliestireno), ancho y longitud de rollo,
densidad, tamaño de abertura.
Propiedades mecánicas: Resistencia a la tracción
de franja de ancho mayor, resistencia de diseño de
larga duración.
La información sobre materiales geosintéticos
específicos, incluyendo aplicaciones recomenda-
das, se puede obtener de los fabricantes. La in-
formación de producto para varios materiales
geosintéticos se presentan en "Specífiers Guide",
Geotechnical Fabrics Report, Industrial Fabrics As-
sociation Intemational, 345 Cedar St., Suite 800, Sto
PauI, MN 55101-1088.
Ver también la seco7.39
(A Design Primer: Geotextilesand RelatedMaterials,
Industrial Fabrics Association Intemational, StoPauI,
Minn., R. M. Koemer, Designing with Geosynthetics,
Prentice-Hall, Englewood CIiffs, N.J.)
5.30 Referencia de materiales
orgánicos
Erikkson, K. L., et al., Microbialand Enzymatic
DegradationofWoodand WoodComponents,Springer
Verlag.
Faherty, K. F. and T. G. Williamson, Wood Engi-
neering and Construction Handbook, 2nd ed.,
McGraw-Hill, Inc., New York.
Harper, C. A. Handbook of Plastics, Elastomers, and
Composites, 2nd ed., McGraw-Hill, Inc., New York.
Koemer, R. M. Designing with Geosynthetics, 2nd
ed., Prentice-Hall, Englewood Cliffs, N.J.
Modern Plastics Encyc1opedia, Plastics Catalog
Corp., New York.
Polymer Modified Concrete, SP-99; Guidefor the Use
of Polymers in Concrete, ACI 548.1, and Polymers in
Concrete, ACI 548, American Concrete Institute, P.
O. Box 19150, Redford Station, Detroit, MI 48219.
Skeist, l., Plastics in Building, Van Nostrand Rein-
hold, New York.
5.70 . Seccióncinco
Structural Plastics Design Manual, American So-
ciety of Civil Engineers, 345 E. 47th St., New York,
NY 10017.
Wilcox, W., et al., Wood as a BuildingMaterial,
John WIley & Sons, IDc., New York.
Zabel, R. A., and J. J. Morell, Wood Microbiology:
Decay and Its Prevention, Academic Press, IDc., San
Diego, Calif.
Sellos de ¡untas
Se utilizan compuestos de calafateo, selladores y
juntas para sellar los puntos de contacto entre ma-
teriales de construcción similares y diferentes, que
de otra forma no pueden ser herméticos por com-
pleto. Tales puntos incluyen el esmaltado de juntas
entre ventanas y paredes, las muchas juntas que hay
en el creciente uso de construcción panelizada, los
muros de parapetos y lugares semejantes.
Los requisitos de un buen sello de juntas son: (1)
buena adherencia o contacto hermético con los ma-
teriales colindantes, (2) buena resistencia coherente,
(3) elasticidad para compensar la compresión y ex-
tensión cuando los materiales colindantes se retrai-
gan o se aproximen entre sí debido a cambios en
contenido de humedad o temperatura, (4) buena
durabilidad o la capacidad de conservar sus propie-
dades durante largo tiempo sin deterioro marcado,
y (5) no manchar materiales colindantes, como por
ejemplo la piedra.
5.31 Compuestos de calafateo
Estos selladores se emplean en esencia con materia-
les tradicionales como es la mampostería, con ven-
tanas relativamente pequeñas, y en otros puntos
donde el movimiento de componentes de edificios
es comparativamente pequeño. Por lo general están
compuestos de polímeros elastoméricos o aceite de
linaza o de soya incorporados, o ambos, combina-
dos con carbonato de calcio (mármol o piedra caliza
molidos), pigmentos colorantes, un agente de soli-
dificación, secador y alcoholes minerales (adelgaza-
dores).
Por lo común se emplean dos tipos, el de tipo
para inyector y el tipo para cuchillo. Los tipos para
inyector son sernilíquidos viscosos apropiados
para aplicarse a mano o pistolas de calafateo neu-
máticas. Los tipos para cuchillo son más rígidos y
se aplican con cuchillo, espátula o herramientas de
rejuntado de albañil.
Debido a que los compuestos de calafateo tienen
aceites de secado como base, los cuales se endurecen
finalmente al contacto con el aire, las mejores juntas
son por lo general gruesas y profundas, con una
porción relativamente pequeña expuesta al aire. Se
espera que la superficie expuesta forme una capa
dura y protectora para la masa suave bajo ella, que
a su vez proporciona la cohesividad, adherencia y
elasticidad requeridas. No se puede esperar que los
cordones delgados y de poca profundidad tengan
la durabilidad de las juntas gruesas con pequeñas
superficies expuestas.
5.32 Selladores
Para juntas y otros puntos donde se esperan gran-
des movimientos de componentes de edificios, se
pueden usar materiales elastoméricos como sella-
dores. Mientras que los compuestos tradicionales
de calafateo no deben emplearse donde se esperen
movimientos de más del 5% del ancho de la junta,
o cuando mucho el 10%, los selladores con propie-
dades como el caucho pueden ajustar movimientos
más grandes, típicamente del 10 al 25%.
Algunos selladores elastoméricos están forma-
dos por dos compuestos, mezclados justo antes de
su aplicación. Ocurre la polimerización, lo que lleva
a la conversión del material viscoso a una consisten-
cia como de caucho. Varía el tiempo de trabajo, o
tiempo para endurecerse en el recipiente, antes que
ocurra la polimerización, dependiendo de la fórmu-
la y temperaturas desde una fracción de hora hasta
varias horas o a un día. Otras fórmulas son de un
solo componente y no requieren mezcla; se endure-
cen al exponerse a la humedad del aire.
Se pueden agregar varios agentes de curado,
aceleradores, plastificantes, rellenadores, engrosa-
dores, y otros agentes, dependiendo del material
básico y de las necesidades de su uso final.
La adecuada selección de materiales depende de
la aplicación. Un sellador con la apropiada dureza,
extensibilidad, márgenes útiles de temperatura,
vida útil, retención de tierra, manchado, colorabili-
dad, rapidez de cura de sellador no pegajoso, toxi-
cidad, resistencia a luz ultravioleta y otros atributos
deben seleccionarse para el uso final específico.
En muchas juntas, como las que hay entre pane-
les de edificios, es necesario contar con respaldo, es
decir, un cimiento contra el cual el compuesto se
pueda aplicar. Esto sirve para limitar el grosor de la
junta, para dar la proporción correcta de grueso y
ancho, y para forzar al compuesto a íntimo contacto
con el sustrato, por lo que se mejorar la atlherencia.
Para el objeto, se pueden utilizar cualquiera de
varios materiales compresibles, como el polietileno
o hilo de poliuretano, o estopa alquitranada.
Para acelerar la adherencia al sustrato se pueden
necesitar varios primers. (Para evitar la adherencia
del compuesto a partes del sus trato donde aquélla
no se desea, se puede utilizar cualquiera de diversos
rompedores de enlace líquidos o de cinta). General-
mente, una buena adherencia requiere de superfi-
cies secas y sin grasa u otros materiales nocivos.
5.33 Juntas de empaque
A los sellos de junta descritos en las secs. 5.31 y 5.32
se les da forma en el lugar de trabajo, es decir, se
ponen masas suaves en las juntas y se conforman a
su geometría. Una junta de empaque, por otro lado,
se preforma y coloca en una junta en forma tal que
sella la junta por compresión de la junta de empa-
que. Las juntas de empaque, sin embargo, se curan
en condiciones controladas en taller, en tanto que
los selladores se curan en condiciones de campo
variables y no siempre favorables.
Los materiales parecidos al caucho que con más
frecuencia se utilizan para juntas de empaque son
el neopreno celular o no celular (denso), el EPDM
(polímeros y terpolímeros de etileno-propileno) y
los polímeros de polivinilcloruro.
Las juntas de empaque son generalmente del
tipo de compresión o de cierre (zipper). Las primeras
se fuerzan en la junta y permanecen herméticas al
mantenerlas bajo compresión. Con las juntas de
empaque de cierre, una acanaladura de la junta
de empaque permite que un borde se abra y deje
pasar vidrio u otro panel, después de lo cual se
introduce una tira en la acanaladura, apretando la
junta de empaque en su lugar. Si la tira es separable
de la junta de empaque, su composición muchas
veces es más dura que la junta misma.
Para colocar vidrios grandes y unidades seme-
jantes, muchas veces se utilizan separadores de
montaje o soporte hechos de hule, combinados con
juntas de empaque de materiales como el hule sin-
Materialesparaconstrucción. 5.71
tético vulcanizado, y finalmente se sellan con sella-
dores elastoméricos a base de hule o con compues-
tos para cristales.
5.34 Referencias de sellos
de ¡unta
Building Sealsand Sealants,STP606, ASTM,Phi-
ladelphia, Pa.
Damusis, A., Sealants,Van Nostrand Reinhold
Company, New York.
Panek, J. A. and J. P. Cook, Construction Sealants
andAdhesives,3rd ed., John Wiley&Sons, Inc., New
York.
Pinturas y otros recubrimientos
Estos materiales se emplean mucho en construcción
para decoración, impermeabilización y protección
contra incendios, envejecimiento y corrosión. Inclu-
yen recubrimientos tan diversos como pintura, laca,
barniz, acabados homeados y sistemas de especia-
lidades.
5.35 Pinturas
La pintura es un fluido que contiene un pigmento,
vehículo o adhesivo, un solvente o adelgazador, y
secador. La viscosidad, tiempo de secado y propie-
dades de fluidez están determinadas por su fórmu-
la. El fluido se puede aplicar como una o más capas
relativamente delgadas, cada una de las cuales cam-
bia a sólido antes de aplicarse otra capa sucesiva. El
cambio puede ser resultado de reacción química o
evaporación del solvente, o de ambos.
Las pinturas arquitectónicas son recubrimien-
tos que se aplican con brocha o soplete a superficies
arquitectónicas y estructurales y se secan cuando se
exponen al aire. Normalmente se adelgazan con
solvente o agua.
Las pinturas que se adelgazan con solvente, que
normalmente se secan por evaporación del solven-
te, por lo general incorporan como vehículo una
resina dura como es la laca. (La laca se puede disol-
ver en alcohol y usarse como barniz.) Esta clasifi-
cación también comprende alquitranes (asfalto o
5.72 . Sección cinco
alquitrán de hulla), que se emplea para techos e
impermeabilizaciones. Las pinturas adelgazadas
con solvente que en forma normal se secan por
oxidación, generalmente usan como vehículo un
aceite o barniz a base de aceite. Para aplicación en
exteriores, muchas veces se usan tipos de pintura de
acetato de polivinilo y emulsión acrílica. Para su-
perficies interiores, se puede seleccionar un esmalte
alquídico hecho de un aceite de secado, glicerina y
látex de anhídrido ftálico o adelgazados con agua,
hechos de acetato de polivinilo o resinas acrílicas.
Las pinturas adelgazadas con agua pueden tener
el vehículo disuelto en agua o disperso en una
emulsión; este último tipo se utiliza más. Contienen
látex; materiales formados por copolimerización
como el butadieno estireno; o acetato de polivinilo
o resinas acnlicas.
5.36 Acabados comerciales
Estos acabados comprenden capas que se aplican con
brocha, chorro de aspersión o aglomeración mag-
nética y secan al exponerse al aire o se curan por
homeado. Las aplicaciones abarcan aplicación de se-
ñalamientos de carreteras y pintura en aparatos y
maquinaria.
Las capas de secado al aire para maquinaria
incluyen resinas epóxicas, de uretano o poliéster
que secan a temperatura ambiente. Para señala-
mientos de carreteras y otros lugares pintados para
control de tránsito, los látex o pinturas adelgazados
con solvente se formulan especialmente a partir de
alquidos, hules modificados u otras resinas.
Las capas de pintura horneadas comprenden las
resinas de urea, acn1icas, de melamina y algunas
fenólicas. Se usan generalmente donde se necesita
dureza, resistencia química y retención de color.
El esmalte de porcelana, también conocido como
esmalte vítreo, es un vidrio de silicato de aluminio
que se funde hasta formar un metal al aplicarle ele-
vada temperatura. Se utiliza metal esmaltado y por-
celanizado en interiores y exteriores por su dureza,
durabilidad, facilidad para lavarse y posibilidades de
colores. Para construcciones se aplica esmalte porce-
lanizado a láminas metálicas y hierro fundido, las
primeras para varios usos que incluyen guarniciones,
plomería y aparatos de cocina, y al último casi por
completo para conexiones de plomería. La mayor
parte de las láminas metálicas para esmaltar porcela-
na es de acero, con bajo contenido de carbono, man-
ganeso y otros elementos. El aluminio se utiliza tam-
bién para esmalte vítreo.
La mayor parte del esmaltado consiste en una
primera mano y una o dos capas aplicadas a tem-
peraturas ligeramente más bajas; el esmaltado de
una capa, de calidad un poco menor, se puede
obtener si primero se hace un tratamiento de la
superficie metálica con sales solubles de níquel.
Los esmaltes comunes, de alto contenido de car-
bonato de sodio, que se emplean para obtener es-
maltes suavizadores de baja temperatura, no son
muy resistentes a los ácidos y por lo tanto se man-
chan fácil y profundamente cuando les caen gotas
de agua que contengan hierro. Los esmaltes muy
resistentes a manchas fuertes deben ser bastante
más duros, es decir, tener temperaturas de suaviza-
miento más altas y por esto requieren técnicas espe-
ciales para evitar el pandeo y deformación de la
base metálica.
5.37 Recubrimientos industriales
Los materiales de esta categoría se emplean para
aplicarse cuando se desea resistencia a alta tempe-
ratura o a la corrosión, o a ambas. Típicamente
requieren una capa de base o imprimación (primer),
una o más capas intermedias y una de acabado o
superior.
Las capas para aplicaciones a alta temperatura
abarcan (1) zinc inorgánico disperso en un vehículo
adecuado que permita usarlas en temperaturas de
hasta 400"Cy (2) un sistema de enlace de fosfato con
tapaporos en una solución acuosa de fosfato de
monoaluminio que se cura a 400'C, y es útil en
temperaturas de hasta casi IS00'C. Los cauchos o
resinas de silicona, poliamida, o polímeros de poli-
tetrafluoroetileno se emplean en fórmulas ablativas
que absorben calor por fusión, descomposición de
sublimación o vaporización, o que se expanden
cuando se calientan o forman un aislamiento pare-
cido a la espuma. Suelen dar sólo una protección de
corta duración en la escala entre ISO' y SOO'c.
Las capas resistentes a la corrosión se usan como
capas protectoras en metales u otros sustratos suje-
tos al ataque de ácidos, álcalis u otras sustancias
corrosivas. La capa de base debe aplicarse a super-
ficies secas, limpias, rugosas, después de haber sido
preparadas por chorro abrasivo, si es necesario. Esta
capa debe producir adherencia al sustrato para todo
el sistema de recubrimiento. Para el acero, la impri-
mación empleada es zinc disperso en un vehículo
apropiado. Las capas intermedias pueden no ser
necesarias, pero, cuando se usan, suelen ser capas
del mismo tipo genérico del especificado para la
capa superior. El objeto es formar la capa protectora
cuando es probable que el ataque corrosivo sea
frecuente. Los vehículos de la capa superior pueden
ser resinas fenólicas o de poliamida, elastómeros,
poliésteres, poliuretanos, caucho clorado, resina de
vinilo en solución solvente, resina epóxica curada a
partir de una solución solvente con aminas polifun-
cionales, o una combinación de alquitrán de carbón
y epoxia.
También se fabrica una variedad de capas resis-
tentes a la corrosión para proteger acueductos, tol-
vas y otros tipos de contenedores contra el ataque
de líquidos corrosivos, pastillas (pellets)o contra
la abrasión. Las capas para este servicio compren-
den materias furánicas-epóxicas, caucho, cementos
resinosos, neopreno, poliuretanos, poliésteres no
saturados, fenólicos no homeados, polietileno, ma-
teriales epóxicos curados con amina, fluorocarbo-
nos y asfalto.
Tubos, tanques y equipo similar, todos
recubiertos de caucho 8 Los materiales para
recubrimiento comprenden todos los cauchos natu-
rales y sintéticos de varios grados de dureza, depen-
diendo de la aplicación. Muchas veces se deposita
hule de látex directamente de la solución de látex en
la superficie metálica que se vaya a recubrir. La capa
depositada se vulcaniza posteriormente. Los recu-
brimiento de caucho se pueden pegar en acero co-
mún, acero inoxidable, bronce, aluminio, concreto
y madera. La adherencia al aluminio es inferior a la
del acero. El recubrimiento para bronce debe estar
compuesto de acuerdo a la composición del metal.
5.38 Secadores, adelgazadores
y pigmentos para pinturas
Secadores. Éstos son catalizadores que aceleran el
endurecimiento de aceites para secado. La mayor
parte de los secadores son sales de metales pesados,
especialmente cobalto, manganeso y plomo, a los
que se pueden agregar sales de zinc y calcio. Las
sales de hierro, utilizables sólo en recubrimientos
oscuros, aceleran el endurecimiento a altas tempe-
raturas. Los secadores se agregan normalmente a
pinturas para acelerar el endurecimiento, pero no
Materialesparaconstrucción. 5.73
deben usarse mucho porque ocasionan un rápido
deterioro del aceite por exceso de oxidación.
Adelgazadores. Éstos son componentes voláti-
les que se agregan a capas de pintura para mejo-
rar sus cualidades para extenderse al reducir su
viscosidad. No deben reaccionar con los otros com-
ponentes y deben evaporarse por completo. Los
adelgazadores que comúnmente se emplean son el
aguarrás y alcoholes minerales, es decir, derivados
de petróleo y de alquitrán de carbón.
Los pigmentos se pueden clasificar como blanco
y de color, opacos y pigmentos diluyentes. El poder
cubridor de los pigmentos depende de la diferencia
en el índice de refracción del pigmento y del medio
colindante, que por lo general es el vehículo de una
capa protectora. En pigmentos opacos, estos índices
son marcadamente diferentes de los que tienen los
vehículos (aceite u otro material); en pigmentos
diluyentes, son casi los mismos. Las eficiencias com-
parativas cubridoras de varios pigmentos deben ser
evaluadas con base en el poder cubridor por libra y
costo por libra.
Los principales pigmentos blancos, en orden
descendente de poder cubridor relativo por libra,
son aproximadamente como sigue: bióxido de tita-
nio (rutilo), bióxido de titanio (ana tasa), sulfuro de
zinc, titanio-calcio, titanio-bario, zinc sulfuro de ba-
rio, litopón con titanio, litopón, óxido de antimonio,
óxido de zinc.
El óxido de zinc se utiliza ampliamente solo o en
combinación con otros pigmentos. Su color no es
afectado por muchas atmósferas industriales y quí-
micas. Imparte brillo y reduce la desintegración en
polvo pero tiende a agrietarse y cuartearse.
El sulfuro de zinc es un pigmento bastante opaco
que se usa ampliamente en combinación con otros
pigmentos.
El dióxido de titanio y pigmentos extendidos de
titanio tienen alta opacidad y propiedades general-
mente excelentes. Varias formas de los pigmentos
tienen diferentes propiedades. Por ejemplo, el bió-
xido de titanio (anatasa) favorece la desintegración
en polvo en tanto que el rutilo la inhibe.
Los pigmentos de color para uso en construc-
ción son principalmente materiales inorgánicos, en
especial para exteriores, donde los pigmentos orgá-
nicos brillantes pero fugaces pronto se decoloran.
Los principales pigmentos inorgánicos de color son:
Metálico. Hojuela de aluminio o partículas molidas,
bronce de cobre, hoja de oro, polvo de zinc.
5.74 . Seccióncinco
Negro. Negro carbón, negro de humo, grafito, negro
vegetal y negros animales.
Pigmentosde tierras naturales.Ocre amarillo, ocre
crudo y quemado, siena cruda y quemada; rojos y
marrones.
Azul. Ultramarino, ferrocianuro de hierro (de Pru-
sia, chino, Milori).
Café. ÓXido mezclado ferroso y férrico.
Verde. ÓXido de cromo, óxido de cromo hidratado,
verdes cromados.
Anaranjado. Anaranjado de cromo y molibdenado.
Rojo. ÓXido de hierro, rojo de cadmio, bermellón.
Amarillo. Cromato de zinc, amarillos de cadmio,
óxido de hierro hidratado.
Los pigmentos de extensión se agregan para
extender los pigmentos opacos, aumentar durabili-
dad, proporcionar mejores características de cubri-
ción y reducir el costo. Los principales pigmentos
diluyentes son la sílica, arcilla china, talco, mica,
sulfato de bario, sulfato de calcio, carbonato de
calcio y otros materiales como el óxido de magnesio,
carbonato de magnesio, carbonato de bario y otros
que se emplean para fines específicos.
5.39 Referencias de pinturas
y recubrimientos
Banov, A., Paints and Coatings Handbook, Structu-
res Publishing Company, Farmington, Mich.
Burns, R. M., and W. Bradley,ProtectiveCoatings
for Metals,Van Nostrand Reinhold Company, New
York.
Golton, W. c., Analysis of Paints and Related Ma-
terials: Current Techniques for Solving Coating Pro-
blems,STP 1119, ASTM, Philadelphia, Pa.
Martens, C. R., TheTechnologyofPaints, Varnishes
and lAcquers, Van Nostrand Reinhold Company,
New York.
Weismantel, G. E. Paint Handbook, 2nd ed.,
McGraw-Hill, Inc., New York.
Materiales compuestos
Hay productos bien conocidos, como el triplay, el
concreto armado y las llantas neumáticas, que son
prueba del concepto de que los materiales compues-
tos han sido aplicados durante muchos años. Hoy
día se crean en forma constante nuevas familias de
materiales compuestos con mayores capacidades y
que ofrecen una gran variedad de propiedades. Los
materiales compuestos, para aplicaciones estruc-
turales, son de particular importancia cuando se
desean índices mayores de resistencia-peso y rigi-
dez-peso que los que se pueden obtener con mate-
riales básicos.
5.40 Tipos de materiales
compuestos
Los materiales compuestos se pueden clasificar en
siete combinaciones básicas y en tres formas prima-
rias. Las categorías de los materiales: metal-metal,
metal-inorgánico, metal-orgánico, inorgánico-inor-
gánico, inorgánico-orgánico, orgánico-orgánico,
metal-inorgánico-orgánico. En estos casos, inorgá-
nico se aplica a materiales no metálicos tales como
cerámicas, :vidrios y minerales. Con estas designa-
ciones no se pretende imponer limitaciones al nú-
mero de fases incorporadas en un compuesto. Por
ejemplo, la categoría metal-orgánico comprende
compuestos con dos fases metálicas y una fase or-
gánica, o compuestos de cuatro fases que tienen dos
componentes metálicos y dos orgánicos.
Las tres formas primarias de estructuras se ilus-
tran en la figura 5.15. Los sistemas matriciales se
caracterizan por una fase discontinua, tal como par-
(a) MATRIZ (b) LAMINADO (e) EMPAREDADO
Figura 5..15 Formas primarias de materiales
compuestos.
tículas, hojuelas, fibras o combinaciones de ellas, en
una fase continua o matriz. Los laminados se carac-
terizan por dos o más capas pegadas entre sí. Como
regla general, el reforzamiento no es prácticamente
tan importante como otros requisitos funcionales en
el diseño de laminados compuestos. Las estructuras
emparedadas se caracterizan por su núcleo único de
baja densidad, tal como material con oquedades
(tipo panal) o espumado, entre dos caras de densi-
dad más alta. Un emparedado puede tener varios
núcleos o ser de una cara abierta. Una forma prima-
ria de un compuesto también puede contener a otra.
Por ejemplo, las caras de un emparedado pue