You are on page 1of 2

Yákov Perelmán

Yákov Isídorovich Perelmán (en cirílico ruso: Яков
Исидорович Перельман) (Białystok, actual Polonia, 4 de
diciembre de 1882-Leningrado, Rusia, 16 de marzo de
1942) fue un divulgador de la física, las matemáticas y la
astronomía, uno de los fundadores del género de la litera-
tura de ciencia popular. Sus libros fueron editados fuera
de la URSS, en diferentes idiomas, por Editorial Mir.
1 Biografía
Yákov Perelmán nació en la ciudad de Grodno, provincia
de Bialystok del Imperio ruso (ahora parte de Polonia).
Su padre trabajaba como contador en una empresa textil
y su madre era profesora de primaria. Su hermano Osip
Isidorovich era un prosista y dramaturgo, escribió en ruso
y yiddish (usaba el seudónimo Osip Dimov).
Su padre murió en 1883, y la madre tuvo que criar a los
hijos, haciendo lo posible para que recibieran una edu-
cación suficiente. En 1890, Yakóv fue a la escuela en el
primer grado de la escuela primaria, y el 18 de agosto
de 1895 entró en la escuela real Bialystok, que era una
academia de artes y oficios, única escuela de educación
media de la ciudad.
El 23 de septiembre de 1899 publicó en el periódico Ga-
ceta Provincial de Grodno, bajo el seudónimo de “Y. P.”
(sus iniciales), el ensayo En espera de la lluvia de fuego,
que trataba de la lluvia de estrellas conocida como “Leó-
nidas”. Con este hecho, se iniciaría su carrera de escritor.
En agosto de 1901, se inscribió en el Instituto Forestal
de San Petersburgo. Casi desde el primer año comenzó
a colaborar con la revista Naturaleza y Pueblo. Su pri-
mer ensayo titulado Un siglo de asteroides fue publicado
en el número 4 de la revista de 1901. En 1903 murió su
madre. En 1904, Perelman, decide seguir estudiando en
el Instituto Forestal, y también se convirtió en secretario
ejecutivo de la revista Naturaleza y Pueblo.
En 1908, Perelmán presentó su tesis y el 22 de enero de
1909 recibió un diploma del Instituto Forestal con el tí-
tulo de “Científico-técnico forestal de nivel I”. Pero en el
instituto no tenía ninguna posibilidad de trabajar en su
profesión, después de la graduación, por lo que Perelmán
comenzó a trabajar en la revista de manera constante, y
no sólo escribió ensayos, sino que también hizo imprimir
el trabajo de otros.
Durante 1913 escribió su primer texto de éxito, presen-
tado en Julio de ese año: Física recreativa (Primera Par-
te). El libro fue un éxito inmediato entre los lectores.
Ello despertó interés, aún, entre los físicos rusos, como el
profesor de física de la universidad de San Petersburgo,
en ese momento, Opest Danilovich Xvolson, quien habló
con Perelmán y descubrió que el libro no había sido escri-
to por un especialista en física. La calidad de este libro,
hizo que le aconsejara seguir escribiendo textos simila-
res. De hecho, Perelmán siguió este consejo en lo sucesi-
vo y escribió muchos libros, exponiendo de forma amena
temas científicos.
En 1914 escribió y publicó un capítulo adicional a la no-
vela de Julio Verne, De la Tierra a la Luna, que fue su
primer trabajo de ciencia ficción. Este artículo fue titu-
lado El desayuno en una cocina ingrávida y pronto fue
incorporado a la segunda parte de Física Recreativa que
estaba en preparación en aquel momento.
En 1915, durante unas vacaciones de verano, Perelmán
conoció a la joven doctora Anna Davidovna Kaminski
con quien contrajo matrimonio.
Entre 1916 y 1917, fue uno de los participantes en la ciu-
dad de Petrogrado de una reunión especial que propuso
el adelanto en una hora de las zonas horarias soviéticas
con el fin de ahorrar combustible. La recomendación que
surgió de esta conferencia fue aplicada por el gobierno
en los años 20. Durante este período, fue publicada la se-
gunda parte del libro Física recreativa que se concibió en
forma independiente de la anterior, pudiéndose leer en
cualquier orden ambos libros.
En el período entre 1918 y 1923 trabajó como inspector
de la “Comisión Escolar de la Unión”. Una de sus tareas
fue la elaboración de nuevos planes de estudios de física,
1
2 5 ENLACES EXTERNOS
matemáticas y astronomía, mientras que enseñaba estas
materias en diversas instituciones educativas. Por inicia-
tiva propia creó la primera revista de divulgación cientí-
fica soviética llamada En el taller de la naturaleza, la cual
se publicó entre los años de 1919 y 1929,
En 1924 participó en la “Sección de Comunicaciones
Interplanetarias” de la Unión Soviética, cuyos miem-
bros fueron el revolucionario ruso Feliks Dzerzhinski,
Konstantin Tsiolkovsky, Vladimir Petrovich Vetchinkin,
Friedrich Arturovich Zander y Nikolai Alexsevitch Ry-
nin, entre otros. Entre ese año y 1929 trabajó en el depar-
tamento de ciencia de la “Red Oficial de Leningrado” y
fue miembro del consejo editorial de las revistas “Ciencia
y Tecnología” y “Enseñar a pensar”.
Entre los años 1925 y 1932 años, también formó parte del
consejo editorial de la cooperativa “Vremya” (“Tiempo”)
y organizó la producción masiva de libros de su serie re-
creativa. Antes de finalizar este período y hasta finales de
1933 estuvo a cargo del departamento de propaganda de
Leningrado. Su primer viaje al exterior ocurrió en 1935
cuando viajó a Bruselas para asistir al Congreso Interna-
cional de Matemáticas.
Al regresar de este viaje, el 15 de octubre de 1935 inau-
gura la Casa de Leningrado de divulgación de la Ciencia,
en lo que se considera la culminación de sus esfuerzos por
la divulgación científica. Infortunadamente, fue destruido
durante el sitio de la ciudad, por las tropas alemanas.
2 Fallecimiento
El 22 de junio de 1941, las fuerzas del Tercer Reich
alemán invaden la Unión Soviética en la denominada
Operación Barbarroja. En estas circunstancias, Perelmán
comienza a trabajar para soldados y marinos como pro-
fesor y conferencista. Desde julio de 1941 hasta Febrero
de 1942, ofreció conferencias a los soldados, los explo-
radores del Frente de Leningrado y la Flota del Báltico,
así como a los partidarios de la resistencia; de orientación
sobre el terreno sin dispositivos ni aparatos, las cuales se-
rían útiles en las operaciones militares. Sin embargo, los
percances de la guerra no le impidieron continuar sus la-
bores de escritor.
Esto no duraría mucho tiempo, pues tanto el intenso frío
de Leningrado, como el rigor del sitio impuesto por el
ejército alemán minaron las escasas fuerzas de Perelmán
y de su esposa, Anna Davidovna. El 18 de enero de 1942
Davidovna, estando de guardia en un hospital de la ciu-
dad, falleció víctima de desnutrición. Escasamente, Pe-
relmán soportó dos meses más, pues moriría de la misma
forma el 16 de marzo de 1942.
3 Obras en castellano
Los siguientes libros de Perelman han sido traducidos del
ruso al castellano.
• Matemáticas recreativas
• Aritmética recreativa
• Álgebra recreativa
• Geometría recreativa
• Astronomía recreativa
• Física recreativa I
• Física recreativa II
• Problemas y experimentos recreativos
• Mecánica para todos
• ¿Sabe Ud. física?
En la actualidad, Editorial Mir ya no publica estos libros
en idioma español y algunos pueden conseguirse, ocasio-
nalmente, en las filiales locales del Círculo de Lectores e
incluso descargables en Internet.
4 Curiosidades
• Existe un cráter llamado Perelman en el lado oscuro
de la Luna, con 95 km de diámetro.
5 Enlaces externos
• Wikisource contiene obras originales de Yákov
Perelmán.Wikisource
• Página que recopila algunos de su libros
• Biografía de Yakov Perelman