“ Doce reglas para criar hijos delincuentes ” que ha redactado el departamento de

policía de Houston (Texas)
1. Comience en la infancia dándole al niño todo lo que desee. De este modo crecerá
con la idea de que el mundo está en deuda con él.
2. Cuando aprenda palabras feas, celébrelo con risas. Esto le hará pensar que es
ingenioso. También esto le alentará a aprender frases “más ingeniosas” que más tarde
le producirán a usted dolores de cabeza.
3. Nunca le dé al niño instrucción espiritual alguna. Espere a que él tenga 21 años y
entonces déjele que decida por sí mismo.
4. Evite el uso de expresiones como “Eso no debes hacerlo” ó “Eso es incorrecto”.
Puede desarrollar un complejo de culpabilidad. Nunca le recrimine lo que haga, eso le
preparará para que más tarde, cuando sea arrestado por robar un automóvil, crea que
la sociedad está en su contra y que se le persigue.
5. Recoja todo lo que él deje por allí tirado: libros, zapatos, ropas… Hágale todas las
cosas de modo que él se acostumbre a echar toda la responsabilidad sobre otros.
6. Déjele que lea cualquier material impreso sobre el cuál ponga sus manos. No limite
ni controle su acceso a Internet. Preocúpese de que los utensilios de la mesa estén bien
esterilizados, pero deje que su mente se deleite en la basura.
7. Mantenga frecuentes disputas con su pareja en presencia de sus hijos. De este modo
no se verán tan afectados cuando más tarde el hogar se deshaga.
8. Dele al niño todo el dinero que desee gastar. No le permita ganarlo por si mismo.
¿Por qué habrían de resultarle tan duras las cosas como lo fueron para usted?
9. Satisfaga todos sus deseos en cuanto a comida, bebida, caprichos y comodidad. La
negación de esos deseos podría conducirle a una frustración dañina.
10. Póngase de parte de él contra los vecinos, maestros, profesores de escuela
dominical, pastores y policías. Todos están prejuiciados en contra de su hijo.
11. Cuando él se meta en verdaderos problemas, discúlpese diciendo: “este niño…
nunca pude hacer nada con él”
12. Prepárese para una vida de dolor y pesadumbre. La va a tener con seguridad.