Rojo y Negro

Género / Encuentro de Mujeres

"""""""l fin de semana pasado 13, 14 y 15 de noviembre tuvo lugar el Encuentro de Mujeres Creando Nuevos Mundos, organizado por el colectivo “Desobedientas” Algunos días pasados del encuentro resuena aún una frase en nuestros oídos: “¿cuándo hacemos el próximo?”. Esto sintetiza lo que fue el encuentro, un evento vital y participativo, sensible, conciente y desobediente.

Deditos para arriba especialmente para los ¡tallarines caseros de la Negra! claro después la cocina pasó a ser un espacio superpoblado de manos que colaboraron y prepararon todo tipo de delicias. Pero ¿saben? realmente no nos privamos de nada, el viernes día de inicio del encuentro, un grupo de mujeres vino con sus tokes de tambor provocando el zarandeo callejero al ritmo de candombe. El sábado finalizamos la jornada con la proyección de una serie de cortos muy buenos y el domingo el grupo de teatro Alunadas nos emocionaron con una presentación de teatro que puso el broche final al encuentro.

En esos tres días estuvimos en “otro mundo”, el nuestro; conociéndonos, intercambiando, pensando y haciendo.

Empezamos días antes del encuentro acondicionando el local, echando mano de brujitas magas, para ponerle color y Esto fue un evento mágico en un rincón calor al espacio que nos iba a recibir. cualquiera de la ciudad. Creo que los que por ahí pasaron justo en ese Las jornadas se desarrollaron sobre forma de rincones temáticos, en estos espacios se abordaron temas específicos de la mujer como: el parto humanizado, mujer y trabajo, biopolítica, imagen y mujer, talleres de esténcil, taller de hierbas, de teatro, tecnología y mujer, video participativo, entre otros. Hubo dos compañeras que mostraron sus realizaciones; una compañera argentina que trajo una serie de fotos sobre las mujeres en resistencia y la compañera Laura que mostró creaciones plásticas inspiradas sobre la vida de la anarquista Juana Rouco Buela. Para describir la atmósfera que reinó en el encuentro decimos por ejemplo: alegría, creatividad, participación, amor y rebeldía. Por supuesto que con tantas desobedientas sabias juntas, no faltó la alquimia de la cocina para el deleite de nuestros paladares, y que contribuyó así a la buena energía que circuló en todo el encuentro.

momento tuvieron el raro privilegio de asistir a un instante de sueño real flotando en la ciudad al caer la tarde, casi como un manto de mujer que ocultó en ese momento lo gris y lo quieto que por esas horas se apodera de las calles montevideanas. Feliz de haber participado, gracias a mis hermanas Desobedientas. (Luna para la red Alternativas y Solidaridad y el periódico Rojo y Negro) 16-11-2009

"

"

"

""""""""""Página 16

Related Interests