You are on page 1of 7

FRAY BERNARDINO DE SAHAGUN, PRECURSOR

DE LOS TRABAJOS LEXICOGRÁFICOS DEL NUEVO MUNDO
Pilar Máynez Vidal
ENEP UNAM (Acatlán)
La conquista de América trajo aparejada la imposición de la religión católica a los
naturales amerindios. Durante este proceso de aculturación surgieron una serie de
cuestionamientos tocantes a la relación de alteridad: ¿Quién era ese «otro»?, ¿tenía
la misma capacidad racional y física, o no?, ¿cuáles eran los procedimientos para
llevar a cabo la labor de catequesis religiosa?
Los frailes que emprendieron desde 1523 esta empresa provenían del mundo
renacentista, en el cual, como sostienen Ruggiero Romano y Alberto Tenenti, «se
aspiraba a una concordia universal, a un atesoramiento de la verdad en todas sus
formas, en un plano de generosa y amplísima comprensión humana»;1 incluso, algunos de ellos, como Pedro de Gante2 y Bernardino de Sahagún, de quien nos ocuparemos aquí, se habían formado en importantes universidades europeas, como la
de Lovaina y la de Salamanca, respectivamente. Esto, sin duda, influyó en la
manera de abordar el ambicioso proyecto religioso al que Robert Ricard dio el
nombre de «conquista espiritual» de los naturales del Nuevo Mundo. 3
El objetivo pues, era erradicar el culto pagano de los naturales; pero para poder
suplantarlo en favor del credo cristiano, se requería, en principio, conocer el mundo
y el pensamiento de ese «otro», a fin de lograr con mayor eficacia sus fines proselitistas. Numerosas son las citas que se pueden entresacar de los obras de algunos
de estos misioneros que se convirtieron en etnógrafos y lingüistas, donde se manifiesta la necesidad de comprender la cosmovisión indígena. Así, en el prólogo al
primer Libro de su Historia General de las Cosas de Nueva España, dice Sahagún
al respecto:
Los pecados de la idolatría y ritos idolátricos, y supersticiones idolátricas y
agüeros, y abusiones y ceremonias idolátricas, no son aun perdidos del todo. Para
Historia universal del siglo XXI. Los fundamentos del mundo moderno, Edad media tardía, reforma,
renacimiento, México: Siglo XXI, 1981, vol. 12, pág. 147.
Fray Pedro de Gante (1479-1572) flamenco de origen y deudo de Carlos V fue uno de los tres franciscanos que primero llegaron a México en 1523. Fundó el primer centro de enseñanza en América: la escuela de San Francisco de México, que él mismo dirigió por espacio de medio siglo.
Cfr. Robert Ricard, La conquista espiritual de México, México: Fondo de Cultura Económica,
1986.

523

en el Colegio de Santa Cruz. Alfredo Chavero. ed. Historia de la literatura náhuatl.568-86 y Miguel León-Portilla. de relaciones oficiales y sobre todo de ciertos datos entresacados de su obra las actividades religiosas administrativas y académicas que realizó el franciscano desde su llegada en 1529 hasta su muerte en 1590. a fin de realizar ciertas precisiones y amplificaciones a aquellos primeros pesquisas etnográficas y lingüísticas. humanas y sociales. pags 101-35. Wigberto Jiménez Moreno. Ángel M. Ángel M.6 Este método de encuesta y de compilación de materiales realizado en Tepepulco. Nicolau d'Olwer. I. a los que nos referiremos a continuación. Garibay. Ángel M.a Garibay. Posteriormente de 1565 a 1570 en Mé4 Historia General de las Cosas de Nueva España. MÁYNEZ VIDAL predicar contra estas cosas y aun para poder saber si las hay. Fruto de este trabajo son los que se han llamado Primeros Memoriales. como el de Bartholomeus Anglicus en el que se presentaba jerárquicamente las materias divinas. como asegura Ángel M. en el área central de México. entre otros. págs. Toltecayotl.a. «La investigación integral de Sahagún y la problemática acerca de ella». Sahagún cotejó junto con sus alumnos e informantes indígenas el material recabado en Tepepulco. Manuel Ballesteros Gaibrois y Jesús Bustamante. 1992. que inició de manera sistemática con la conformación de una «minuta» o cuestionario a partir de 1558 en Tepepulco. Francisco del Paso y Troncoso. aunque por supuesto el fraile tuvo que crear sus propios métodos para descubrir los rasgos formales y específicos de la cultura mexicana.a Garibay. México: Editorial Porrúa. 1995. con la ayuda de sus alumnos trilingües y de los principales sabios de esa región tezcocana. no obstante. México: Porrúa. Joaquín García Icazbalceta. fray Juan de Torquemada.. pág. fray Bernardino ocupó importantes puestos como el de rector del Colegio de Santa Cruz en Tlatelolco. Colección Sepan Cuantos 626. su actividad más intensa la llevó a cabo en lo que hoy llamaríamos el ámbito de la investigación etnográfica y lingüística. en nuestra presencia hacen muchas cosas idolátricas sin que las entendamos. t. . 1981.4 En este contexto debe enmarcarse la monumental obra de fray Bernardino de Sahagún. que por falta de no saber esto. Miguel León-Portilla. México: Fondo de Cultura Económica. El franciscano se proponía presentar de manera integral los diversos componentes del universo mexica siguiendo. menester es saber cómo las usaban en tiempo de su idolatría. 6 Cfr.a Garibay. 33. Sahagún gozó en un principio del apoyo de su Orden para poder llevar a cabo su ambicioso proyecto. lo llevó a cabo por igual en una segunda etapa de investigación que según algunos de sus biobibliógrafos transcurrió entre 1561 y 1565 en Tlatelolco. aspectos de la cultura náhuatl. En efecto.5 Aquí sólo queremos comentar que además de su labor de catequesis religiosa.524 P. 5 Algunos de sus más importantes biobibliógrafos son: Fray Jerónimo de Mendieta. Importantes investigadores han intentado reconstruir a través de las noticias proporcionadas por algunos cronistas compañeros de orden. el diseño de algunos trabajos enciclopédicos del medioevo inspirados en la Historia natural de Plinio el Mayor.

un proyecto religioso: la conversión de los indígenas al Cristianismo. y aunque se entiende que el celo del dicho Fr. porque a todos estos alude el vocabulario. a partir de 1570 el franciscano tuvo que llevar a solas su realización. prol. . y sin que dellos quede original ni traslado alguno.7 a esta restricción se aunó las confiscaciones de sus manuscritos por orden de la Corona española. Madrid: Espasa Calpe. de ahí su marcado interés por poner al descubierto el funcionamiento morfosintáctico y sus partes léxicas constitutivas.8 Pero regresemos al tema que nos ocupa en esta ocasión.FRAY BERNARDINO DE SAHAGÚN 525 xico Tenochtitlan revisó nuevamente ese material para dar forma definitiva a su gran Historia General de las Cosas de Nueva España. como ya se mencionó. por algunas causas de consideración. En Miguel León-Portilla. so pretexto de que . 1983. reuniendo las palabras por campos semánticos en una estructura jerarquizada universal (la «cadena del sen> de Dios a las formas minerales) que reúne todos los temas. como se puede advertir a lo largo de su obra. pues... en ninguna lengua.«era contra la pobreza gastar dinero en escribirse aquellas escrituras. Segundo. al autor que se ocupara desde aquel momento él solo de sus investigaciones y de su redacción sin contar con la mayor ayuda material». Había. La Real Cédula de Felipe II de fecha 22 de abril de 1577 dice textualmente: «por algunas cartas que nos han escripto desas provincias habernos entendido que Fr. La suma de ambas ca- 7 8 George Baudot comenta al respecto que «el nuevo provincial seráfico de México. Bernardino había sido bueno y con deseo que su trabajo sea de fruto. 1959. Utopía e historia en México. Primero. pág.10-11. estudiada en sus fuentes.» Se rogó. fray Alonso de Escalona no era favorable a los trabajos de Sahagún». los primeros cronistas de la civilización mexicana (1520-1569). la obra está meticulosamente ordenada. Jesús Bustamante advierte que: Sahagún tiene una preocupación principal: las palabras. todas las ciencias. los enviéis a buen recaudo en la primera ocasión a nuestro Consejo de las Indias. la cual es una computación muy copiosa de todos los ritos y cerimonias é idolatrías que los indios usaban en su infidelidad.. El léxico. Bernardino de Sahagún de la Orden de S. La filosofía náhuatl. 475.. donde se concentra valiosísima información. en esta obra interesan y se pretenden recoger todos los aspectos de la vida social y cultural mexicana. págs. Aunque en un principio Sahagún contó con el apoyo de su Orden para efectuar su gran trabajo. Pero. y así os mandamos que luego que recibáis esta nuestra cédula. repartida en doce libros y en lengua mexicana... México: Universidad Nacional Autónoma de México. con mucho cuidado y diligencia procuréis haber estos libros. fray Bernardino dejó también las bases para la elaboración de un monumental «calepino». las bases de un Calepino. y estaréis advertidos de no consentir que por ninguna manera persona alguna escriba cosas que toquen a supersticiones y manera de vivir que estos indios tenían.a Garibay. para ello se requería conocer el mundo y el pensamiento de los nuevos catecúmenos. Cfr. que la lengua era la puerta de introducción al entendimiento de la cultura indígena. ¿de qué manera debía realizarse este acercamiento al «otro»? Sahagún pensaba. porque así conviene al servicio de Dios Nuestro Señor y nuestro». ha parecido que no conviene que este libro se imprima ni ande de ninguna manera en esas partes. la definición de sus significados y la especificación de sus usos especiales. para que en él se vean. Francisco ha compuesto una Historia Universal de las cosas más señaladas desa Nueva España. Autor de un vocabulario trilingüe y de un gramática náhuatl. Ángel M.

Al respecto Ángel M. en encima. 1886. yo. 1990. Conjunción así como ihuan y. 113. MÁYNEZ VIDAL racterísticas es lo que hace de este escrito el germen de una enciclopedia de la cultura náhuatl. función y significado de los distintos términos nahuas del testimonio legado por sus informantes indígenas. y al igual que fray Alonso de Molina. Pero veamos los criterios que siguió fray Bernardino en las notas explicativas correspondientes al extremo izquierdo de estos Memoriales. de Ascensión y Miguel LeónPortilla.. México: UNAM. 412. ed. Por su parte fray Alonso de Molina comenta que las partes de la oración en náhuatl son ocho: «Nombres. '' Fray Andrés de Olmos advierte en su Arte de la lengua mexicana que: «En esa lengua se hallan todas las partes de la oración como en la lengua latina . ICI. Por otra parte.526 P. desde los manuscritos iniciales de su gran Historia General. México: Casa de Pedro Balli. 34r. mientras que a la derecha se incluyen las glosas explicativas de las voces nahuas que se destacan en la columna central con un número sobrepuesto. Cuando se trata de «nombres». el cual aparece enmedio. De esta forma. México: Editorial Porrúa. 15. Participio así como intetlazotla «huel in tetlazotlani» el que ama. pág. En Llave del náhuatl. Interjección." el franciscano proporciona sistemáticamente su traducción al castellano y la manera en que dicho elemento entra en composición con el prefijo posesivo de primera persona del singular. hoy o ahora. 1978. caso notleuh. en Arte de la lengua mexicana y castellana. Verbo. Vocabulario en lengua castellana y mexicana y mexicana y castellana. en tlecuilo = hogar. que quiere decir Dios: pronombre. preposición así como pan. pág. 10 Así los llamó Francisco del Paso y Troncoso. Adverbio así como oxean. Sahagún intentó disponer toda su obra de la manera que aparece en los Memoriales con escolios.w En estos escasos folios se observa al lado izquierdo la versión al castellano que realizó el fraile del texto náhuatl.9 En efecto." Garibay advierte que uno de los caracteres estilísticos que más resaltan en náhuatl es el «individualismo». uno de sus más importantes estudiosos. compañero suyo de orden con el que debió de haber intercambiado sus materiales lexicográficos y autor del monumental Vocabulario en lengua castellana y mexicana y mexicana y castellana 13.». pues se tiene la tendencia a exaltar al individuo haciéndolo centro de la concepción gramatical y así es raro usar los sustantivos en su forma absoluta». Así tenemos en ten = fuego. así como yyo. e introd. Estu- . nuestro fraile optó por enunciar el calificativo en cuestión ante9 Cfr. colección de trozos clásicos con gramática y vocabulario para utilidad de los principiantes. 13 Fray Alonso de Molina. 1993.12 Para los adjetivos. o también. se puede observar ese marcado interés por explicar la forma. y aquí empleo la terminología occidental que se ha adoptado desde la primera gramática. una revisión crítica de los manuscritos y su proceso de composición. caso notlecuil. Arte de la lengua mexicana de fray Andrés de Olmos hasta los estudios lingüísticos más actuales. así como teutl. así como nehuatl. «verbos» e «interjecciones». pág. México: Universidad Nacional Autónoma de México. pág. Michel Launey en su Introducción a la lengua y literatura náhuatl también emplea algunas denominaciones gramaticales de la tradición grecolatina tales como «nombres». Madrid: Ediciones de Cultura Hispánica. 1992.. así como nitetlazotla yo amo. 1576 reimpreso en México por Imprenta de Ignacio Escalante. Fray Bernardino de Sahagún.

Fray Bernardino no se conformó con proporcionar sólo la traducción del vocablo. Además Molina señala si el verbo es transitivo. dejó su propia interpretación al concepto referido como en Xochilhuitl (era) «una fiesta de demonios». encontramos yuxtapuestos dos o más posibles equivalentes del término náhuatl. lucir o relumbrar». 14 . Estos casos se pueden apreciar en netzalli que aparece en los escolios definido como «maíz cocido como arroz». pto.FRAYBERNARDINO DE SAHAGÚN 527 cedido por el sustantivo «cosa». chichiltic = cosa colorada.14 Asimismo aparecen con su nota explicativa otras clases de palabras como son pronombres nehuatl = yo. que Ángel M. cit. otonac y «alumbrar» pto. alzar algo en reverencia del que está lejos ofreciéndoselo y también quiere decir alzar de pie o la mano andando haciendo areito o danza. por ser de significado análogo». dio preliminar de Miguel León-Portilla.a Garibay. y en los escolios encontramos «resplandecer». cosa que hace temblar o tiritar. en numerosas ocasiones. como en monehuilia = compararse o semejarse. huel tececmicti. adverbios achi = poco o nepantla = enmedio y conjunciones de elevado rendimiento frecuencial como niman .l49r y 128v. y en el de tlanextia ofrece otras posibilidades como «resplandecer. importante estudioso de este idioma. o también en el siguiente ejemplo donde se aprecia dentro de la explicación el intercambio de una voz antillana con una castellana: contlayyahuiliaya. cosa intolerable o cenca itztic. op. cosa que mata de frío. Esta clase de enunciación la encontramos también en el Vocabulario de Molina. op. 1977. 15 Garibay comenta que «uno de los más notables modismos de la lengua es la repetición de palabras.. En ocasiones algunas voces antillanas incorporadas en el español americano desde épocas muy recientes al primer contacto entre los habitantes del nuevo y viejo mundos. ha llamado «difusión sinonímica» y que consiste en la yuxtaposición de frases de estructura y contenido semejantes:15 yn amo ixnamiquüiztli. en algunos casos. México: Editorial Porrúa. al parecer redundantes.. traducen la palabra náhuatl. Otras veces recurrió Sahagún a la comparación para explicar el término indígena. intransitivo o reflexivo a través de los pronombres que lo indican en cada caso. 114. págs. por ejemplo: huitoliuhqui = cosa arqueada o hecha como arca y su sinónimo tlahuitoltic = cosa corva. como por ejemplo en Tlalocan = tierra de deleites como el paraíso terrenal. oñanextli. in amo yecoliztli = cosa no sufrible. inmediatamente después de la entrada. Sahagún sigue también un método muy definido: proporciona la traducción al castellano en su modo infinitivo y después anota la forma pretérita en tercera persona del singular: tona y tlanextia aparecen en el texto náhuatl con los números 2 y 3 respectivamente. cit. cueponi = salir la estrella o brotar y hualoloa=saltar o arremeter o reventar. en lugar de centli.luego. cosa que yerta de frío. pág. Encontramos también en estas anotaciones lingüísticas un fenómeno muy común en la lengua náhuatl. En cuanto a los verbos. tipenahualti tetetzilihuiti = muy cosa fría. Sólo que en el caso de tona fray Alonso prefirió traducirlo como «hacer calor o sol» y después proporciona la forma pretérita del verbo otonac. por citar algunos casos. e incluso.

y todas sus maneras de hablar. quince años antes de su muerte. 51. Es para redimir mil canas porque con 16 17 José Moreno de Alba comenta que «la importancia de las Antillas en lo que respecta al léxico indígena incorporado al español es fácilmente explicable. sí ofrece. si bien no proporciona una columna específica de referencias gramaticales del tipo advertido en los Memoriales con Escolios. del vocabulario conformado por las voces nahuas. Sahagún introdujo alrededor de cuatro mil voces nahuas acompañadas de aproximadamente veinte mil definiciones distintas. debido a la importancia que revistieron en ese particular universo. comercio y gobierno de los antiguos mexicanos. fauna. una copia de los doce libros de la obra más acabada de su Historia. En efecto. una detallada descripción semántica de los lexemas tratados. En la parte castellana del Códice Florentino. un problema de transculturación lingüística en la obra de Bernardino de Saluzgún. 1989. estratificación social. Las bases de ese que muchos de sus contemporáneos llamaron «calepino» están echadas. por otra parte. que intentó acercarse al mundo del «otro». El español en América. y las más de sus antiguallas buenas y malas. con sus propias y metafóricas significaciones. Éste es indudablemente el trabajo más completo de su ambicioso proyecto lexicográfico. Existe ya un trabajo parcial al respecto de Pilar Máynez: Religión y magia. MÁYNEZ VIDAL La incorporación de algunos vocablos procedentes de las lenguas antillanas en la española en fechas muy tempranas fue determinante. pues realmente ahí se configuró el destino americano del español y las voces pasaron de ahí a constituirse en elementos del español general en el momento que se extendió por América».528 P. alimentación. Aunque fray Bernardino de Sahagún no logró concluir este interesante ensayo lingüístico. México: Universidad Nacional Autónoma de México. conocida como Códice Florentino. en el que. que contiene numerosos aspectos relacionados con la religión. flora. herbolaria. Por supuesto que algunas aparecen en el texto con mayor frecuencia que otras. para sacar a luz todos los vocablos de esta lengua. sin embargo. de establecer los fundamentos de un monumental calepino.17 El propio Sahagún expresa al respecto: Es esta obra como una red barredera. fray Bernardino dispuso en 1575. la elaboración de lo que sería propiamente éste. Algunos estudiosos han afirmado que la infiltración inicial de estas voces fue decisiva frente a la competencia con algunos términos nahuas que se incorporaron posteriormente. a fin de emprender con mayor eficacia la tarea de conversión que se le había asignado.16 Esto explica el que algunas palabras del texto náhuatl de los Memoriales sean explicadas en los escolios mediante su equivalente en otras lenguas indígenas de gran arraigo desde los últimos años del siglo XV en el español americano. sí se ocupó en cambio. ENEP Acatlán. . Resta. es decir. concernientes a los más diversos componentes del mundo mexica. 1988. pero ya sin la misma vitalidad. pues son unos cuantos los folios anotados de esta forma. Fondo de Cultura Económica. o sea por las designaciones propias de las realidades indígenas explicadas en castellana por una lúcida mente renacentista. pág.

México: Editorial Porrúa. Launey. 1978. BIBLIOGRAFÍA Ballesteros Gaibrois. vol. Olmos. «Significado de la obra de fray Bernardino de Sahagún». falta. impresos en náhuatl. a fin de que dicho corpus conserve inalterado la forma y el contenido del texto original del que se extrajo. —. Ángel M. José. Madrid: Ediciones de Cultura Hispánica . Toltecayotl. 18 Fray Bernardino de Sahagún. Vocabulario en lengua castellana y mexicana y mexicana y castellana. ed. fray. Tepuztlahcuilolli. 1. León: Institución fray Bernardino de Sahagún. Jesús. fray Bernardino de. 1. Baudot. Los fundamentos del mundo moderno. 1981. Esperamos que este trabajo sea una digna prolongación de aquél emprendido por el excepcional franciscano junto con sus informantes y alumnos indígenas hace más de cinco siglos.1981.). 1959. 1993. Estudio introductorio de Miguel León-Portilla. efectuar un último cotejo con el Códice Florentino. Edit.a Garibay. México: Universidad Nacional Autónoma de México. México: Universidad Nacional Autónoma de México. 1886. Historia General de las Cosas de Nueva España. Fray Bernardino de Sahagún. 1988 (2 vols. México: Fondo de Cultura Económica. reforma. con gramática y vocabulario. México: Casa de Pedro Balli. México: Universidad Nacional Autónoma de México.a. aspectos de la cultura náhuatl. pág. México: Siglo XXI. George. una revisión crítica de los manuscritos y de su proceso de composición.1. México: Editorial Porrúa. podrán los que quisieren saber en poco tiempo muchas de sus antiguallas y todo el lenguaje de esta gente mexicana. 1983. Arte de la lengua mexicana y castellana. Historia General de las Cosas de Nueva España. para utilidad de los principiantes. 1988. El español en América. Máynez. 1992. Los primeros cronistas de la civilización mexicana (1520-1569). Religión y magia. Ricard. Llave del náhuatl. 1990. La filosofía náhuatl estudiada en sus fuentes. Miguel. Alonso. Alberto. Ángel M. Introducción a la lengua y ala literatura náhuatl. reimpreso en México: Imprenta de Ignacio Escalante. Historia de la literatura náhuatl. 1576. Molina. Utopía e historia en México. 1995. 1966. Moreno de Alba. Colección Sepan Cuántos 626. Robert. 12. vol. Bustamante García. Manuel. ENEP Acatlán. —. Hernández de León-Portilla. colección de trozos clásicos. México: Editorial Porrúa. 32. México: Fondo de Cultura Económica. se tiene ya la compilación y captura del material léxico. . Arte de la lengua mexicana. Andrés de. Vida y obra de fray Bernardino de Sahagún. Ascensión.FRAYBERNARDINO DE SAHAGÚN 529 harto menos trabajo de lo que aquí me cuesta. México: Universidad Nacional Autónoma de México. —. Ascensión y Miguel León-Portilla. México: UNAM. México: Universidad Nacional Autónoma de México. Prol. sin embargo. 1989. 1992. renacimiento. Garibay. fray de. 4 vols. Un problema de transculturación lingüística en la obra de Bernardino de Sahagún. —. Estudios de Historia Novohispana. La conquista espiritual de México. entresacado del manuscrito sahagunense. 1973. Ángel M. León-Portilla. Edad Media tardía. Madrid: Espasa Calpe. México: Fondo de Cultura Económica. Ruggiero y Tenenti.a Garibay. Sahagún. 18 En un estudio que se realiza actualmente en la Universidad Nacional Autónoma de México. México: Editorial Porrúa.ICI. Historia Universal del Siglo XXi. Michel. 1986. Pilar. Romano. 1977.