You are on page 1of 10

INSTITUCION EDUCATIVA

COLEGIO INTEGRADO JUAN ATALAYA

1.975 – 2.010
“35 AÑOS EN EL CORAZÓN DE LA NIÑEZ Y LA JUVENTUD”
EUCARISTIA DE APERTURA 35º ANIVERSARIO
PRESIDIDA POR MONSEÑOR JAIME PRIETO AMAYA
OBISPO DE LA DIÓCESIS DE CÚCUTA

MARÍA LUISA LÓPEZ ROLÓN
Rectora

“EN COLIJA, TODOS SUMAMOS PARA LA EXCELENCIA”
WWW.COLIJA.ES.TL
SAN JOSÉ DE CÚCUTA
ABRIL – 2.010
Comité actos religiosos COLIJA
BREVE RESEÑA HISTÓRICA

Parece una cifra pequeña, pero en esas tres décadas y media son muchos los cambios que han tenido
lugar, el mundo se ha transformado de manera vertiginosa, los desarrollos tecnológicos han alterado
nuestra forma de ver y experimentar la realidad; también las personas que han trabajado o se han formado
en el colegio han tomado sus propios derroteros.

Desde que la Asamblea del Norte de Santander, a través de la ordenanza 04 del 17 de noviembre de 1974,
le dio vida jurídica a una institución educativa tan necesaria en esta populosa ciudadela de Juan Atalaya, y
se iniciaron las clases el 2 de abril de 1975, hasta este abril de 2010, la institución educativa ha promovido
a niños y jóvenes, a sus familias para que alcancen un mejor nivel de vida. Es necesario mencionar a los
docentes y administrativos fundadores: Angelina Villamizar Lizcano (rectora), profesora Gladys Amelia
Becerra (secretaria) y los educadores Carlos Niño Montañés, Lucy Carvajal, Álvaro Silva, Yolanda de
Reyes y Pedro Antonio Ureña Gómez, actual directivo del colegio. Desde los 140 estudiantes del inicio,
organizados en la capilla, casa comunal y en una residencia alquilada del barrio Comuneros, hasta los
4.207 educandos actualmente distribuidos hoy en cinco sedes: dos de bachillerato (sedes Central y
Concejo de Cúcuta) y tres de preescolar y básica primaria (Antonio María Claret, Cúcuta 75 y Gabriel
García Márquez), orientados por 144 docentes, 9 directivos y 14 administrativos; la institución ha tenido
avances cuantitativos y cualitativos.

La actual administración, a cargo de la especialista María Luisa López Rolón, inició en el 2007 con un
equipo directivo compuesto por Pedro Antonio Ureña Gómez, Roque Jacinto Pérez Hernández, Manuel
Iván Urbina Santafé y Israel Camargo (trasladado en el 2008), José Elpidio Ortega y Juan Carlos Calderón.
A este equipo se han sumado el coordinador José Augusto Quintero Meneses, Carmen Sofía Morantes
Zúñiga, Guillermo Alberto Luna Blanco y Víctor Manuel Pedraza Gallo.

En el proceso de desarrollo de la institución, la han liderado los siguientes rectores y rectoras, además de
la fundadora antes mencionada: Álvaro Eloy González, Fabio Zapata, Juan de Jesús Niño Montañez, Luis
Humberto Useche, Luis Alfonso Soler, Francisco Monsalve Rivera, José María Peláez Herrera, Cristina Paz
de Jáuregui, Isabel Prato de niño, Zócimo Ramírez Mantilla e Hilda Zapata. La primera promoción del
Colegio Integrado Juan Atalaya, conformada por 40 estudiantes, fue entregada en 1980, y desde entonces
hasta la fecha se han proclamado un número de 6.415 bachilleres; quienes han ido a perfilar su proyecto
de vida en distintos rumbos.

Bajo la consigna “Ciencia y vida”, destacada en el himno del colegio, escrito por el entonces docente Pedro
Antonio Ureña, con arreglos musicales del doctor Francisco Zafra, la institución ha pasado por momentos
significativos tales como el inicio de labores en planta física propia en 1979.

Tal como se propone en la letra de su himno, “con empuje, dinamismo y valor”, los miembros de la familia
colijista buscan progreso y bienestar, luchan por alcanzar sus ideales; lo cual se ha concretado en logros
significativos tales como el haber obtenido por dos años consecutivos el premio en el Concurso Nacional
de Cuento RCN y MEN, otorgado a los estudiantes Kelly Johanna García Moreno y Jeiner Fernando Sierra
Franco, luego de realizar talleres de escritura creativa bajo la orientación del coordinador Manuel Iván
Urbina Santafé, quien también se destacó el año anterior como ganador en el Concurso Nacional de
Cuento Infantil, entre otros certámenes donde ha sido reconocido su quehacer literario.

En el campo deportivo es destacable que en el 2008 el equipo infantil de baloncesto resultó campeón en
los juegos intercolegiados y en el 2009 los deportistas del plantel fueron campeones en microfútbol
intercolegiado y sub campeones en la zonal nacional, en Cartagena. Igualmente, la banda de marchas,
apoyada generosamente por el ex alumno emérito, el señor gobernador del Departamento Norte de
Santander, alcanzó un segundo puesto en el concurso nacional de bandas en el 2008.

Muchos son los valores y talentos que vivencia esta comunidad educativa. Desde el gobernador del
Departamento, pasando por los deportistas que representan al país en diversos clubes profesionales y por
los docentes que desarrollan experiencias significativas, hasta los padres y madres de familia que se
esfuerzan por construir un hogar en una época especialmente difícil. Este es el Colegio Integrado Juan
Atalaya, que desea compartir con la sociedad sus logros y anhelos, todos ellos resumidos en el eslogan
que mueve a todos los miembros del plantel a seguir sumando para la excelencia.

Actualmente, además del Bachillerato Académico que se ofrece en la institución, se tienen convenios con
la Universidad Francisco de Paula Santander, la Universidad de Pamplona y la Fundación de Estudios
Superiores Comfanorte (FESC), para preparar Bachilleres Técnicos con desempeño profesional en las
especialidades de: Elaboración de Productos Cerámicos por Extrusión, Mantenimiento Industrial de
Sistemas de Medición, Mercadotecnia, Procesos Contables, Procesos Administrativos de Diseño de Modas
y Procesos Aduaneros. Los estudiantes cursarán simultáneamente en el nivel de Media Técnica y los
primeros semestres universitarios.

MONICION DE ENTRADA

Queridos hermanos, sean bienvenidos a esta fiesta eucarística, en la cual agradecemos a Dios los bienes
recibidos, los triunfos obtenidos y las dificultades superadas. Hoy la Comunidad Educativa del Colegio
Integrado Juan Atalaya, se encuentra aquí reunida en torno a tu mesa, para darte gracias por permitirnos
celebrar el trigésimo quinto aniversario de vida institucional, 35 años construyendo proyectos de vida en
torno a la ciencia, la tecnología y los valores humanos y cristianos. El Padre Celestial, nos hace cercanos
al revelársenos en la fortaleza del ser maestros, de haber sembrado con amor, de haber recogido el fruto
de una excelente cosecha como lo demuestra el ramillete de excelentes profesionales egresados de
nuestra institución, que ocupan puestos de honor en diversos lugares del mundo; y que demostraron que
las dificultades socio- económicas no fueron obstáculo para salir adelante.

Por eso de la mano del Señor hemos recibido muchos dones, con la certeza de continuar construyendo
comunidad y proyectos de vida, con el empeño y entusiasmo de la señora rectora, coordinadores,
docentes, padres de familia, estudiantes, personal administrativo y de servicios; y todos aquellos que de
una u otra forma están vinculados con la institución. Cada uno tiene la misión de ser un buen cristiano y
un excelente ciudadano, pues del señor nos viene todo lo que poseemos. El, nos invita a tener valor, aún
en las adversidades; ya que contamos con su protección amorosa. De El, procede la salvación. Es tiempo
de reflexionar sobre nuestro quehacer en la sociedad; y en ese sentido, cuestionarnos en cuanto al a forma
que incidimos en los demás; es tiempo de hacer posible un mundo de paz, donde todos tengamos a Jesús
como tesoro buscado y encontrado; es tiempo también de disponer nuestras vidas a la voluntad divina,
permitiéndole transformar nuestros corazones, llenarnos de amor y servir a nuestro prójimo.
Dispongámonos a la celebración.
Lectura del Libro de los Hechos de los apóstoles 4, 1-12

En aquellos días mientras hablaban al pueblo Pedro y Juan, se les presentaron los sacerdotes, el
comisario del templo y los saduceos, indignados de que enseñaran al pueblo y anunciaran la resurrección
de los muertos por el poder de Jesús. Les echaron mano y, los metieron en la cárcel hasta el día siguiente.
Muchos de los que habían oído el discurso, unos cinco mil hombres, abrazaron la fe. Al día siguiente, se
reunieron en Jerusalén los jefes del pueblo, los ancianos y los escribas; entre ellos el sumo sacerdote
Anás, Caifás y Alejandro, y los demás que eran familia de los sumos sacerdotes. Hicieron comparecer a
Pedro y a Juan y los interrogaron: “¿Con que poder o a nombre de quien habéis hecho eso?”. Pedro, lleno
de Espíritu Santo, respondió: “Jefes del pueblo y ancianos: Porque le hemos hecho un favor a un enfermo,
nos interrogáis hoy para saber que poder ha curado a ese hombre; pues, quede bien claro a todos vosotros
y a todo Israel que ha sido el nombre de Jesucristo Nazareno, a quien vosotros crucificasteis y a quien Dios
resucitó de entre los muertos; por su nombre se presenta éste sano entre vosotros. Jesús es la piedra que
desechasteis vosotros, los arquitectos, y que se ha convertido en piedra angular; ningún otro puede salvar;
bajo el cielo, no se nos ha dado otro nombre que pueda salvarnos.” “Palabra de Dios. Te alabamos
Señor”

SALMO RESPONSORIAL

R/ La piedra que desecharon los arquitectos, es ahora la piedra angular.

Dad gracias al Señor porque es bueno, porque es eterna su misericordia. Diga la casa de Israel: eterna es
su misericordia. Digan los fieles del señor: eterna es su misericordia. R/

La piedra que desecharon los arquitectos es ahora la piedra angular. Es el Señor quien lo ha hecho, ha
sido un milagro patente. Este es el día en que actuó el Señor: Sea nuestra alegría y nuestro gozo. R/

Señor, danos la salvación; Señor, danos prosperidad. Bendito el que viene en el nombre del Señor, os
bendecimos desde la casa del Señor; el Señor es Dios, él nos ilumina. R/
EVANGELIO

Lectura del Santo Evangelio según San Juan 21, 1-14

En aquel tiempo, Jesús se apareció otra vez a los discípulos junto al lago de Tiberiades. Y se apareció de
esta manera: Estaban juntos Simón Pedro, Tomás apodado el mellizo, Natanael el de Caná de Galilea, los
Zebedeos y otros discípulos suyos. Simón Pedro les dice: “Me voy a pescar.” Ellos contestan: “vamos
también nosotros contigo.” Salieron y se embarcaron; y aquella noche no cogieron nada. Estaba ya
amaneciendo, cuando Jesús se presentó en la orilla; pero los discípulos no sabían que era Jesús. Jesús
les dice: “Muchachos, ¿tenéis pescado?” Ellos contestaron: “No” Él les dice: “Echad la red a la derecha de
la barca y encontraréis.” La echaron y no tenían fuerzas para sacarla, por la multitud de peces. Y aquel
discípulo que Jesús tanto quería le dice a Pedro: “Es el Señor” Al oír que era el Señor, Simón Pedro, que
estaba desnudo, se ató la túnica y se echó al agua. Los demás discípulos se acercaron en la barca,
porque no distaban de tierra más que unos metros, remolcando la red con los peces. Al saltar a tierra, ven
unas brasas con un pescado puesto encima y un pan. Jesús les dice: “Traed de los peces que acabáis de
coger.” Simón Pedro, subió hasta la barca y arrastró hasta la orilla la red repleta de peces grandes: ciento
cincuenta y tres. Y aunque eran tantos, no se rompió la red. Jesús les dice: “Vamos, almorzad.” Ninguno
de los discípulos se atrevía a preguntarle quien era, porque sabían bien que era el Señor. Jesús se
acerca, toma el pan y se lo da, y lo mismo el pescado: Esta fue la tercera vez que Jesús se apareció a los
discípulos, después de resucitar de entre los muertos.

“Palabra del Señor. Gloria a ti Señor Jesús”

PETICIONES

A las peticiones, todos respondemos: “Te lo pedimos Señor”

1. Por la Santa Iglesia Católica, para que la mantengas amorosamente reunida en torno a tu mesa,
firmemente unida en el cumplimiento de tus mandatos y compartiendo generosamente como
verdaderos hermanos. “Te lo pedimos Señor”
2. Por su Santidad Benedicto XVI, cabeza suprema de la Iglesia Católica; para que Dios le colme de
sabiduría y permanezca siempre a su lado en la ardua tarea de guiar la Iglesia por el camino de la
salvación. “Te lo pedimos Señor”
3. Por nuestro obispo, Monseñor Jaime Prieto Amaya, sacerdotes, religiosas y laicos comprometidos;
para que Dios los ilumine y sepan escuchar la voz del Espíritu; trabajando de la mano cada día, para
hacer posible la unidad del pueblo cristiano. “Te lo pedimos Señor”
4. Por nuestros gobernantes y personas que desempeñan cargos de responsabilidad, para que realicen
su tarea buscando siempre el bien comunitario, trabajando con firmeza por los menos favorecidos y
construyendo paz con justicia social. “Te lo pedimos Señor”
5. Por la rectora María Luisa López Rolón, coordinadores, docentes, personal administrativo y de
servicios; para que el Señor les conceda el don de la fortaleza y puedan resistir con paciencia las
contrariedades de la misión apostólica que tú les has encomendado, vertiéndolas a los méritos
infinitos de su encarnación redentora. “Te lo pedimos Señor”
6. Por todos los niños, niñas, jóvenes y jovencitas de la Institución Educativa Colegio Integrado Juan
Atalaya, para que el Señor, para que el Señor les dé los dones de la honestidad y la prudencia,
guiando sus vidas por los senderos de la rectitud, la verdad y la lealtad y puedan actuar con pulcritud
evangélica la vivencia de la misión recibida en cada momento de sus vidas. “Te lo pedimos Señor”
7. Por todos los que formamos parte de la Comunidad Educativa del Colegio Integrado Juan Atalaya:
Rectora, coordinadores, docentes, estudiantes, personal administrativo y operativo y padres de
familia; para que el Señor les dé el don de la ciencia y así podamos juzgar con rectitud las cosas
creadas, la realidad del mundo; impulsándonos a reconocerte como nuestro creador y dueño absoluto,
afianzando nuestra confianza en ti. “Te lo pedimos Señor”
8. Por todos los rectores, coordinadores, docentes y estudiantes que a lo largo de estos 35 años de vida
institucional, formaron parte de nuestra comunidad educativa; para que el Señor les conceda el don de
la paz y sientan regocijo y satisfacción por haber trabajado en esta sociedad humana y haber sido una
célula viva de apostolado en esta Santa Iglesia de Dios. “Te lo pedimos Señor”
9. Por todos los miembros de nuestra comunidad educativa, que compartieron sus enseñanzas y
aprendizajes en esta institución educativa y que han partido a la eternidad con la esperanza de la
resurrección; para que Cristo los acoja en su reino y los revista de gloria e inmortalidad. “Te lo
pedimos Señor”
OFRENDAS

Hoy en nuestro cumpleaños institucional, queremos que estas ofrendas te sean gratas, Señor, como Santa
Teresa supo agradarte, enteramente consagrada a ti. Te damos gracias Padre Nuestro, por la paciencia
que tienes con nosotros tus hijos.

1. El pan y el vino: Dios todopoderoso, te ofrecemos estas hostias y este vino, que se convertirán en
el Cuerpo y en la Sangra de Nuestro Señor Jesucristo, para quedarse con nosotros y redimirnos de
nuestras culpas. Recíbelos Señor.

2. Luz: Recibe Señor esta luz que representa la llama viva de nuestra fe, como ofrenda de nuestro
filial servicio durante estos 35 años, iluminando nuestro sendero diario en la formación integral de
nuestros educandos. Recíbela Señor.

3. Biblia: Te ofrecemos Señor, la voz viva de la revelación divina, recopilada en las Sagradas
Escrituras, para comprender tu poder y tu misericordia. Recíbela Señor.

4. Flores: Recibe Señor, estas flores como símbolo de alegría y constancia la celebrar nuestro
cumpleaños. Mira complacido nuestro humilde servicio al prójimo y permítenos crecer en el amor.
Recíbelas Señor.

5. Comunidad Educativa: Señor de todos, te presentamos este equipo de trabajo. ¡Gloria a ti, Señor
Jesús! Tú, supiste unir en equilibrio exacto la contemplación y la acción; para permitirnos alcanzar
el éxito en comunidad. Recíbela Señor.

6. Símbolos del colegio: Señor, llenos de confianza en el amor que nos tienes, presentamos ante tu
altar estos símbolos: la bandera, el escudo y el himno que nos identifican como Colijistas, para que
por tu gracia nuestra comunidad educativa se perfeccione humana y cristianamente. Recíbelos
Señor.
7. Valores: Mira Señor, los valores que presentamos a tu majestad: responsabilidad, Respeto,
Tolerancia, Sentido de pertinencia, Solidaridad, Amor, Honestidad y Gratitud. Concédenos un
corazón libre para poder actuar y ser personas de bien, santificando los días de nuestras vidas y
orientarnos hacia la Patria Celestial. Recíbelos Señor.

ACCIÓN DE GRACIAS

Señor Jesús, te damos gracias porque al celebrar el Colegio Integrado Juan Atalaya 35 años de labores,
Tú has sido el centro de esta efemérides con la celebración de la sagrada Eucaristía, presidida por nuestro
Pastor Diocesano, Monseñor Jaime Prieto; por sacerdotes egresados de nuestro plantel y sacerdotes
amigos del colegio; los cuales nos han premiado con su gratitud y sentido de pertenencia.

Señor nuestra comunidad le da gran realce a estos acontecimientos y concretamente en la
conmemoración de 35 años de servicio, tiene como símbolo el coral. Si, Señor, el coral siendo una
estructura simple, en unión con otros se va compactando y a través de todo el proceso llega a conformar
los arrecifes coralinos; así como nosotros unidos hemos conformado esta sólida Comunidad Colijista, que
cada día crece más.

Gracias Señor, por acompañarnos en todo este proceso. Gracias a la honorable Asamblea Departamental
al aprobar en 1975 la ordenanza de creación del colegio. Gracias por habernos permitido funcionar en el
Barrio Los Comuneros y por haber encontrado un nido en el sitio donde actualmente funciona. Gracias
Señor, por la primera rectora y los dos primeros docentes. Sus ejemplos han sido perpetuados, siendo
nuestro colegio favorecido con magníficos rectores, docentes y administrativos; quienes han dado lo mejor
de sí. Gracias por las diferentes sedes que conforman el colegio; la unidad, el profesionalismo y el amor a
la institución son patentes. Gracias Señor, por los diferentes Consejos Directivos, Consejos Académicos,
Consejos de Padres de familia, Consejos Estudiantiles y demás órganos colegiados que han contribuido al
cumplimiento de nuestra misión. Gracias Señor, por permitirnos laborar en la Ciudadela Juan Atalaya; el
calor humano de sus gentes humildes nos impulsa a servirte mejor. Gracias señor por nuestros
estudiantes, ellos son la razón de ser de la institución. Haz que cada día se formen integralmente y
busquen la excelencia. A ellos, seguimos sus huellas y al culminar sus estudios de bachillerato, el colegio
se siente orgulloso de sus éxitos profesionales.
Ya el coral convertido en arrecife, engrandece más el colegio. Señor, te damos gracias por nuestros
egresados, por su desempeño en la vida profesional y en sus hogares; míralos complaciente, Señor. Muy
orgullosa se siente nuestra institución por nuestro gobernador, con los exalumnos que se han destacado
como sus colaboradores inmediatos. Gracias Señor, por quienes se han hecho presentes en esta
celebración. Bendice Señor, a todos. Que su Santo Nombre nos acompañe siempre y que el colegio
continúe por los senderos del bien, del progreso, de la paz, de la justicia social y del amor.