You are on page 1of 8

B.

GUY PETERS, EL NUEVO INSTITUCIONALISMO LAS RAICES DEL NUEVO INSTITUCIONALISMO: EL INSTITUCIONALISMO NORMATIVO

El neoinstitucionalismo es el instrumento recurrente para explicar el cambio y la permanencia de las instituciones políticas por medio de sus dos principales propuestas: una con fundamento en lo normativo, y otra de elección racional. El ³nuevo institucionalismo´ (March y Olsen) sostenía que la centralidad de los valores estaba siendo reemplazada por concepciones individualistas y en general utilitarias. Incapaces de encarar las cuestiones más importantes de la vida política, ya que no podían integrar la acción individual con las premisas normativas fundamentales. Reformularon la naturaleza del discurso en la ciencia política contemporánea y repensaron a fondo la dirección intelectual de la disciplina. A esta nueva versión del nuevo institucionalismo se le conoce como institucionalismo normativo. La influencia de la filosofía liberal ha sido determinante en el desarrollo de la ciencia política, sobre todo como paradigma teórico y metodológico que explica el comportamiento de las instituciones políticas contemporáneas: diseño, estabilidad y cambio. El nuevo institucionalismo encuentra en la teoría liberal los esquemas para explicar el proceso de toma de decisiones de los actores políticos de una determinada comunidad en coyunturas de reforma«política, por ejemplo: las modificaciones al marco constitucional, la ley de partidos, el sistema electoral y la ampliación del electorado a sectores excluidos como inmigrantes y emigrantes (voto en el extranjero).

La teoría política liberal es el origen de los dos paradigmas dominantes relacionados con las leyes políticas: por una parte, la perspectiva normativa; por la otra, la pragmática institucional. Respecto del primero, y a pesar de las innumerables críticas, se reconoce que la filosofía liberal ha sido impulsora del debate y la deliberación que ha permitido cambios institucionales basados en los principios categóricos de igualdad e inclusión, incorporando

nuevos actores políticos al proceso de toma de decisiones. Del segundo, las investigaciones que estudian la incidencia mecánica de las leyes políticas son abundantes y reconocidas por la academia; sobre todo aquellas relacionadas con el sistema electoral, tipos de candidatura, formatos de emisión del voto; y otras que examinan el sistema de partidos: fragmentación, polarización y esquema de coaliciones, entre otras. El institucionalismo normativo sostiene que los actores políticos son individuos que reflejan fuertemente los valores de las instituciones a las que están vinculados, los individuos deben escoger entre diversas influencias e interpretar el significado de sus compromisos institucionales. La sociología señala la importancia de los valores para definir la naturaleza de las instituciones, las organizaciones y la conducta individual dentro de aquellas estructuras; pensamiento que sigue estando presente en el enfoque normativo de las instituciones. Diferencia entre las organizaciones como la expresión estructural de la acción racional y las organizaciones como estructuras más adaptativas y normativas. El primer modelo es una forma contractual para las organizaciones, en la que los individuos participan principalmente en función de la búsqueda del beneficio personal. Esta última forma de organización se acerca más a la idea de una institución que expresa la lógica de lo adecuado. El planteamiento que March y Olsen dan a las instituciones se centra en la versión integradora de aquellas organizaciones, partidarios del ³libre mercado´ como solución para problemas socioeconómicos conceden a esa institución poderosos valores normativos, como, la libertad y la elección. ¿Qué es una institución? La palabra institución se usa desde una perspectiva formal, como un parlamento, hasta entidades amorfas, como la clase social. Y hasta se describe como instituciones a otros elementos constitutivos del universo sociopolítico, como las leyes y los mercados. El término también se utiliza en la sociología, en la que funciona casi como sinónimo de organización.

Para March y Olsen la institución es: ³un conjunto de normas, reglamentaciones, supuestos; y sobre todo, rutinas´. Entonces una institución política es: ³conjunto de reglas y rutinas interconectadas que definen las acciones correctas en términos de relaciones entre roles y situaciones´. Las instituciones políticas son conjunto de reglas y rutinas interconectadas que definen las acciones las acciones correctas en términos de relaciones entre roles y situaciones. Básicamente una institución sería un conjunto de reglas y valores, normativos y no cognitivos respecto de la manera en que influyen sobre los miembros institucionales, como también el conjunto de las rutinas que se desarrollan para poner en ejecución e imponer esos valores. La institución define un conjunto de expectativas de comportamiento para individuos ubicados dentro de la institución, y luego refuerza comportamiento adecuado para el rol y sanciona el inadecuado. Las normas son consideradas como una parte del control del comportamiento dentro de instituciones y organizaciones. En primer lugar, son medios para estructurar el comportamiento de nivel macro de los sistemas políticos. En segundo lugar, sirven de guía a los recién llegados a la organización o son intentos de crear conceptos más uniformes de lo que son tales lógicas.

La formación institucional Las instituciones derivan gran parte de su estructura de significación y de su lógica de lo adecuado de la sociedad dentro de la cual se forman. Dos etapas del proceso de institucionalización:

1.- Debe haber una decisión consciente de crear una organización o institución para determinado propósito. 2.- Mejorar la institución a lo largo del tiempo e insuflarle ciertos valores. El cambio institucional El ³método del cubo de basura´ propicia las soluciones que pueden ir en busca de los problemas para resolverlos, y de las instituciones necesitan disponer de un reservorio de respuestas a las que puedan echar mano cuando se advierta la necesidad de ajustar políticas. La lógica del cubo de basura sostiene también que rara vez el cambio se da como evento planificado, no más bien como el producto de la confluencia de varias corrientes de actividad y de oportunidades para la acción dentro de la institución. Estímulos para el cambio del institucionalismo normativo: A través de un proceso de aprendizaje, las instituciones identifican las circunstancias cambiantes de su entorno y luego se adaptan a ellas. Las instituciones públicas pueden leer mal las señales emitidas por la sociedad y responder de un modo disfuncional. Brunsson y Olsen encararon la cuestión de la reforma en las organizaciones e instituciones, se centran en el papel de los valores en el cambio organizacional. Olsen sostiene que mientras mayor sea el grado de ruptura entre los valores profesados por una institución y su comportamiento real, y entre los valores sostenidos por la sociedad circundante y el comportamiento de la institución, más probable será el cambio.

La reacción individual e institucional ¿Cómo se vinculan los individuos con las instituciones? Existe una relación de causalidad entre agente y estructura.

Las instituciones tienen una lógica de lo adecuado que define qué comportamiento es adecuado para los miembros de la institución y cuál no lo es. Siempre hay medios informales a través de los cuales se puede presionar a los miembros para que se sometan a las normas. En la organización informal existen medios capaces de lograr, tranquila y eficazmente, la conformidad con las normas del grupo. La condición del asociado a una institución suele ser un bien valioso para quienes se incorporan a ella. Aunque es evidente que las instituciones pueden moldear la conducta de los individuos. Las instituciones se basan en gran medida en el acatamiento y la conformidad, una fuente de cambio es la disconformidad. Otra vía para generar cambio dentro de una institución es acción de liderazgo de los individuos. El diseño institucional Pocas instituciones políticas son capaces de moldear el comportamiento de sus miembros en la dirección exacta en que esperarían hacerlo los autores del diseño. Es decir, que la naturaleza de una institución llegará a ser del conocimiento público y los futuros miembros sabrán así a qué atenerse y no se asociarán a menos que concuerden con la ³lógica de la institución´. Los límites de la explicación Las críticas al nuevo institucionalismo se basan en los valores, se concentran en la lógica interna de la teoría, mientras que otras concentran su atención en su capacidad para explicar los fenómenos políticos de una manera que va más allá de las convicciones individuales de los investigadores responsables de la creación de la teoría y de la propagación de su uso.

La buena institución Es la que usa normas internas para definir la institución en sus propios términos, y usan normas externas para evaluar su desempeño.

En resumen, el nuevo institucionalismo comenzó con los intentos de March y Olsen de recrear o salvar su versión de la ciencia política. Uno de los elementos que proponían era el retorno a sus raíces institucionales y a un sentido de que las raíces del comportamiento político son colectivas y no individuales. Un segundo elemento decisivo del análisis de los autores es que la base del comportamiento en las instituciones es más normativo que coercitivo. INSTITUCIONALISMO INTERNACIONAL Existen reglas y estructuras formalizadas que moldean las interacciones y proporcionan significado interpretativo a esta dimensión de la política. Algunas organizaciones internacionales como Organización Mundial de Comercio, GATT, FMI, BM, BID, ONU, etc. El obstáculo de la política internacional esta constituido por las diferentes raíces intelectuales de los diversos componentes de la disciplina y alguna resistencia a pesar que la política internacional es capaz de hacer cumplir normas, elemento esencial al análisis institucional. El sistema internacional como institución Hay organizaciones internacionales que pueden ser analizadas por los enfoques de elección racional y del institucionalismo normativo, pueden ser aplicados a grupos de interés y a los partidos políticos también pueden aplicarse a las organizaciones internacionales. Crítica.- Deja claro que las normas no se pueden hacer cumplir externamente. A falta de uso de la fuerza, casi no hay medio de asegurar que las normas y pautas de las organizaciones internacionales hagan cumplir. En las relaciones internacionales se aplica la teoría del juego, tienen propiedades generales de las instituciones como estabilidad y comportamiento competitivo. A nivel internacional hay más cooperación, más reglas, mas estructura.

La teoría del régimen como teoría institucional El institucionalismo en el campo de las relaciones internacionales se aplica en base a la teoría del régimen, surge en los 80 s y desarrolla un concepto que capturara las interacciones pautadas que hacían cada vez más observables en política internacional. La teoría del régimen puede clasificarse en: y y y Basada en el interés, Basada en el conocimiento, y,(parecido al sociológico) Basada en el poder.

¿Qué es una institución? Régimen: ³comportamiento pautado´. Keohane lo define como: instituciones con reglas específicas, acordadas entre los gobiernos, referentes a conjuntos específicos de temas en política internacional, por su parte Krasner lo define como principios, normas, reglas y procedimientos para la toma de decisiones, implícitos o explícitos, en los cuales convergen las expectativas de los actores en un área dada de las relaciones internacionales. El diseño institucional Dos regímenes: 1.- Minimalista.- Los regímenes surgen de las interacciones de los actores. 2.- Grado de intencionalidad y construcción de reglas para regir el comportamiento. La reacción individual e institucional El elemento operativo al igual que el institucionalismo normativo es la influencia en los valores de los componentes y luego los valores influyentes en el comportamiento.

El cambio institucional Los regímenes internacionales parecen ser relativamente mutables.

Su característica es la fragilidad. En la mayoría de los casos hay pocas razones que comprometan, o incluso obliguen, a que un actor nacional siga siendo parte de un régimen. En los Estados seguirán jugando según reglas de régimen en tanto y cuanto los beneficien. La buena institución Un buen régimen o un régimen exitoso es aquél que sobrevive ojo con esto. Una buena institución es la que es capaz de inculcar sus valores en el comportamiento de sus miembros.