1

LA INICIACIÓN Y LAS ETAPAS DE LA ALQUIMIA

Ariell Chris

2 "La Ceremonia por la cual vais a pasar de inmediato, tiende a haceros vivir, mediante su simbolismo, únicamente esotérico, el desarrollo post-mortem, de la separación de los elementos que constituyen vuestro ser…” “Aurum Nostrum non est Aurum Vulgi”

La Iniciación Ritual es un complejo laberinto ecléctico, compendio ancestral de
toda la Sabiduría simbólica hermética, gnóstica, astrológica, kabalista, teúrgica, alquímica, geométrica, religiosa y filosófica, legada por nuestros ancestros, padres y civilizadores, los Nephilim; suprema y poderosa reveladora de símbolos eternos capaces de transformar mediante el Arte Real todo lo inferior, vulgar y vil en reluciente y puro “AURUM” (oro). En esta Ceremonia Trascendente que encontramos en muchas Escuelas de Esoterismo, se codifica todo el destino evolutivo de la humanidad, y ofrece al hombre buscador y sincero, las llaves de su total LIBERACIÓN, haciéndolo pasar aceleradamente por las diferentes etapas evolutivas humanas; operación que lleva todo UN PERIODO PLANETARIO de manifestación, para la humanidad común. Es verdaderamente asombroso el constatar las semejanzas de este Ritual Iniciático Antiguo con la Alquimia operativa y su proceso transmutador de metales viles o purificadores de la Piedra. Tanto la Ceremonia de Iniciación como las etapas del proceso Alquímico constan de CUATRO PARTES bien diferenciadas entre sí: El Cuarto oscuro, que sirve de Reflexión al aspirante y su símil alquímico NIGREDO; la prueba del Agua y LA ALBEDO; la prueba del Aire y CITRINITAS; y la prueba del Fuego y LA RUBEDO. Al hombre profano, la Alquimia lo reconoce como la PRIMA MATERIA, PLOMO O LA PIEDRA, todos ingredientes indispensables para llevar adelante el “OPUS MAGNUN”, LA GRAN OBRA DE REGENERACIÓN Y REINTEGRACIÓN.

3 EL CUARTO DE REFLEXIÓN Plano Material Es el Cuarto de Reflexión el escenario donde se lleva a cabo La Prueba de la Tierra. En esta habitación particular, sin ventanas, pintada de negro y repleta de Símbolos Alquímicos fundamentales (el Mercurio, la Sal, el Azufre, Caput Mortem, las siglas V.I.T.R.I.OL. entre otros), el Profano aspirante a ver la Lux de la Tradición de Sirio escribe su testamento filosófico, mientras se despide para siempre (si la Iniciación es exitosa) de su Yo Mundano. La Fúnebre decoración, con sus paredes pintadas de NEGRO nos alertan que nos encontramos transitando por LA NIGREDO ALQUÍMICA, “La Obra en negro” o “Negro mas Negro que el Negro”… Putrefactio (putrefacción), La Noche Oscura del Alma, el Cuervo Negro, Osiris y su desmembramiento, nuestro Señor ayunando en el DESIERTO antes de emprender su MISIÓN REDENTORA, luchando contra el GRAN TENTADOR, el “Señor de este Mundo”: Saturno, señor del KARMA (donde reina sobre la enfermedad, la muerte, la vejez, la pobreza y la ignorancia). Aquí la PRIMA MATERIA O EL PROFANO debe sufrir para desprenderse de sus impurezas y purgar sus AMBICIONES, DEBILIDADES MORALES Y TENDENCIAS AL VICIO. Esta Prueba simboliza la Experiencia de la Muerte Física (Real y Simbólica) o la “purga de la Piedra.” El espíritu del recién “fallecido”, aún recubierto de sus cuerpos sutiles: etéricos, astrales y mentales “siente que nada ha cambiado en él” y sin embargo nada es como antes. Comienza a comprender LENTAMENTE y de forma dolorosa que a nada y a nadie se llevará al mundo de los muertos. Tanto tiempo como se mantenga apegado a las personas queridas y a las cosas materiales, así como a sus rutinas y vicios, tanto tiempo se encontrará en este limbo fronterizo que sólo le generará DOLOR y DESESPERACIÓN. Esta Primera Prueba, le enseña al Aspirante la enorme importancia del DESAPEGO: a su identidad, afectos, posesiones, costumbres y adicciones (todas estas desaparecerán más temprano que tarde, por falta gratificación); o como decía nuestro GRAN MAGISTER PAPUS: Para poder entrar en la Magia hay que saber Sufrir y Morir. Cuando esta Prueba Iniciática es realizada desde los Planos Invisibles por los Maestros de la Escuela Interna, el Aspirante es DESPOJADO de TODO cuanto da sentido a su vida. (alegoría del abandono de los metales) Dura es esta Prueba en Verdad para el Probacionista.

4 “La Noche Oscura del Alma”. En la Kabalah, es el Sendero 32, el de Saturno, el representado por esta prueba, el que une a Malkuth (mundo material o profano) con Yesod o plano Astral. La letra Tau y el Arcano 21 “El Mundo” completan la simbología Kabalista de esta primera prueba. EL PRIMER VIAJE La prueba del Agua. El Plano Astral

Luego de la dura y dramática Prueba de la Tierra, LA PRIMA MATERIA U HOMBRE PROFANO se enfrenta a un vasto y tormentoso Océano Astral, regido por el influjo de las mareas claras o turbias de la Luna-Yesod: EPATA ALQUÍMICA DE ALBEDO o la Obra en Blanco: BLANQUEAMIENTO DEL ALMA. Los Símbolos inherentes a esta etapa alquímica nos sugieren los poderes de lo FEMENINO: ÁNIMA, ALMA, ISIS, BLANCO, LUNA Y AGUA. Aquí entramos en el plano Astral, mundo donde se depositan todos los deseos humanos…los altruistas así como los egoístas. Las primeras tres sub-regiones del Mundo del Deseo (llamado así en el Rosacrucismo Heindeliano) ES EL PURGATORIO. Esta Región confronta al neófito a todos sus sentimientos oscuros y crueles, a sus pasiones animales involutivas, vicios …todas las tendencias inferiores que se han cristalizado en su naturaleza –NEPHESCHEl tumulto que estalla en la Logia durante esta Prueba, simboliza sin duda a las tempestades del Bajo Astral y a los espíritus aprisionados en el lodazal de sus pasiones inferiores. Aquí reina Soberana la Serpiente Nahash, devoradora insaciable de las almas débiles y viciosas. En esta Región Purgatorial (en el proceso post-mortem), el hombre revivirá como una película pero en sentido inverso, toda su vida pasada, y todo el dolor generado a otros lo sentirá en carne propia como si fuese el suyo propio. Aquí sentirá la sed de sus deseos INFERIORES imposibles de satisfacer, hasta PURIFICARSE de los mismos. En ese momento será “MUNDUS” –Purificado- y podrá ascender a las sub-regiones superiores del Mundo del Deseo: El Primer Cielo. El Iniciado –LA PIEDRA QUE HA ADQUIRIDO AHORA UN COLOR BLANCO- que ha logrado realizar plenamente este proceso de purificación (simbolizado en el

5 Ritual por la Prueba del Agua o el Bautismo de Juan) tendrá un dominio total sobre sus emociones y deseos, y erigiéndose Amo y Señor de los elementales del Agua. Ahora su Espíritu podrá expresarse SIN NINGUNA CLASE DE INTERFERENCIA. Una vez concluida su encarnación física, pasará directamente a los Planos Superiores del Mundo Astral, sin necesidad de pasar por el Purgatorio, Liberado y Elevado por la Serpiente de Cobre (Iod, Hei, Shin, Vau, Hei) Cliché Crístico Redentor de los Iniciados del Sendero de la Derecha.

EL SEGUNDO VIAJE La Prueba del Aire. Plano Mental

En la Alquimia esta etapa se llama CITRINITAS. La Piedra ha adquirido ya una tonalidad amarillenta. El Profano, una vez purificado en sus sentimientos y deseos, debe ahora hacer pleno uso de sus poderes mentales, aprendiendo la dura labor de PENSAR POR SÍ MISMO. Todas las certezas ilusorias recogidas del mundo profano serán aquí desmitificadas. Esta Prueba alegoriza el abandono necesario de las antiguas formas-ideas para que los Sagrados Conocimientos Tradicionales puedan fijarse en su mente de forma clara y perdurable. Estabilización, expansión y purificación de los poderes del RUACH kabalista. La simbología de esta etapa de la Gran Obra es compleja: Isis, habiendo juntado todos los 14 pedazos de Osiris dispersos en los confines de Egipto, halló que faltaba el FALO…y haciendo uso entonces de sus poderes mágicos creó uno de material Astral y copuló con él…concibiendo a HORUS, el vengador de su Padre y Liberador de Egipto. Sin lugar a dudas este trozo del mito nos esclarece sobre los poderes creadores asexuados Mercuriales (la mente) del Hermafrodita Divino y la Partenogénesis. En este etapa, el Iniciado aprende a Sublimar la fuerza sexual (el Falo de Osiris) hasta la Glándula Pineal (el Ojo de Horus) despertando en él la FUERZA DEL PENSAMIENTO CREADOR y dominando a los elementales del Aire, los Silfos, como preámbulo de la siguiente y última Etapa Iniciática y Alquímica: El Fuego y la Rubedo. Según el Dr. Jorge Adoum, este viaje se refiere al triunfo sobre el cuerpo mental.

6 El TERCER VIAJE La Prueba del Fuego. El Plano Espiritual

Finalmente, la Piedra adquirió el legendario tono rojizo que caracteriza a la Piedra Filosofal, el Lapis Philosophorum, la Medicina Universal. Con ella todos los metales viles se convertirán ORO, todas las enfermedades podrán curarse, la liberación Espiritual (SOL-ORO) completa del Karma ancestral (Saturno-Plomo). Esta última etapa es llamada RUBEDO, dominando sobre ella el SOL; Horus es su Deidad y el color es el Rojo. En este punto crucial en el Sendero, el neófito recibe el Bautismo del Fuego Crístico y domina definitivamente a su personalidad mortal ENCARNANTE, dando nacimiento al NIÑO DIVINO, AL CRISTO, AL LOGOS, AL AMOR UNIVERSAL. LA ILUMINACIÓN. Al Matrimonio Alquímico del Yo inferior Lunar –Alma- con el Yo Superior Solar o Espíritu lo llamamos “LAS BODAS QUÍMICAS”. Es el final de la Gran Obra Regeneradora, pero el Principio de la Gran Obra Universal, donde el Iniciado se transforma –si así lo desea- en un OBRERO Y DIOS CREADOR PARA LA GLORIA DEL SEÑOR DEL UNIVERSO.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful