You are on page 1of 28

UNIVERSIDAD NACIONAL

PEDRO
RUIZ GALLO
FACULTAD
DE MEDICINA HUMANA

Marcadores
Hepáticos

DOCENTE:
 Dra. Ingrid Quezada Nepo.

|

INTEGRANTES:
 2016
Seminario Ruiz Kristel.
 Silva Agapito Solange.
 Silva Gutierrez Anthony
 Sipón Zapata Criss.
 Suárez Núñez Brisett.
 Tapia Cabanillas Alexander.
 Távara Saavedra Cristóbal.
 Trigoso Mixan Jhon.
 Vargas Marchena Cristhian.
 Veliz Sandoval Diana Carolina.
 Vidaurre Chávez Alex.
 Wampagkit Carrasco Yuen.

2016-

Marcadores Hepáticos

Marcadores Hepáticos

Contenido
INTRODUCCIÓN.............................................................................................. 3
OBJETIVOS:..................................................................................................... 5
MARCO TEÓRICO:........................................................................................... 6
CARACTERÍSTICAS ESTRUCTURALES:..........................................................6
PATOGENIA:............................................................................................... 10
MANIFESTACIONES CLÍNICAS.....................................................................17
MARACDORES HEPÁTICOS SEROLÓGICOS.................................................19
CASO CLÍNICO 1:....................................................................................... 22
CASO CLINICO 2:....................................................................................... 23
CONCLUSIONES:........................................................................................... 24
BIBLIOGRAFÍA:.............................................................................................. 25

2

delta (VHD). Feinstone y Robert Purcell (1973). Se estima que un 3% de la población mundial está infectada por el virus de la hepatitis C (VHC). precisa del VHB para el ensamblaje del virión y su secreción. Muy raramente evoluciona a hepatitis fulminante. aunque existen evidentes diferencias epidemiológicas. En las últimas décadas los hallazgos de Blumberg (1965). se obtuvo la primera evidencia del origen vírico de esta enfermedad. El 70% de los infectados evolucionan a la cronicidad. quien la describe como ictericia epidémica. En el Perú· la prevalencia de hepatitis C está entre 0. Y cada año 1 a 4% desarrollan carcinoma hepatocelular. entre el 1 y el 10% de los sujetos infectados no son capaces de eliminar el VHB. y a raíz de la inoculación accidental de hepatitis en ciertos lotes de vacuna contra la fiebre amarilla. 3 . produciéndose la cronificación de la infección. Aunque se ha demostrado que el VHD se puede replicar autónomamente. De todos los que presentan infección crónica un 20% llegan a desarrollar cirrosis hepática. Ocurre de forma esporádica o epidémica. En función de la cronología de la enfermedad. Posteriormente. Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) se estima que unos 400 millones de personas son portadores del VHB. El VHA es más prevalente en áreas socioeconómicas bajas. Conceptualmente la hepatitis es una enfermedad de etiología multifactorial. Tanto el cuadro clínico como las lesiones histológicas pueden ser idénticas de forma independiente del factor etiológico responsable de la misma. insuficiencia hepática y carcinoma hepatocelular. Durante la Segunda Guerra Mundial. por el contrario. varios estudios epidemiológicos dirigidos por el Dr. eliminando la infección. todos los individuos con infección por el VHD están infectados por el VHB. que se caracteriza por la existencia de necrosis hepatocelular e inflamación. Por tanto. crónica o fulminante. McCallum permitieron identificar dos tipos de hepatitis vírica: la epidémica o infecciosa y la sérica. El virus de la hepatitis delta (VHD) está íntimamente relacionado con el virus de la hepatitis B (VHB). A (VHA). Un 15-40% de éstos van a desarrollar cirrosis. La hepatitis C es la causa más frecuente de cirrosis hepática y una de las principales indicaciones de trasplante hepático. Balayan (1983) y Houghton (1989) describiendo los virus de la hepatitis B (VHB). E (VHE) y C (VHC) respectivamente han contribuido de forma decisiva al conocimiento actual de las hepatitis víricas.6%. la hepatitis puede ser aguda. Rizetto (1977). con el posible desarrollo de cirrosis y de hepatocarcinoma.Marcadores Hepáticos INTRODUCCIÓN La hepatitis es una enfermedad conocida por el hombre desde los tiempos de Hipócrates.25 y 0. Entre el 90 y el 99% de los pacientes adultos infectados por el VHB presentan una adecuada respuesta inmune frente al virus.

hepatitis G (VHG) y hepatitis TT (VTT). los pacientes coinfectados (VIH+VHG) presentaron menor porcentaje de progresión a sida y menor mortalidad que los pacientes VIH no coinfectados. Los VHB. En varios estudios.Marcadores Hepáticos La hepatitis E aparece como brotes epidémicos en zonas tropicales y subtropicales. VHC. mientras que los VHA y VHE son de trasmisión entérica y producen hepatitis aguda sin que se hayan descrito casos de cronificación. Fue documentado por vez primera en la India en 1955. No evoluciona a la cronicidad. En la actualidad se conocen 7 virus hepatotropos: VHA. VHE. VHC y VHD se transmiten preferentemente por vía parenteral. Un aspecto de cierta importancia clínica con respecto al virus de la hepatitis G (VHG) es el posible efecto protector que ejerce en pacientes coinfectados por virus de la inmunodeficiencia humana (VIH). El virus de la hepatitis E (VHE) se trasmite por vía entérica y produce una hepatitis aguda autolimitada. 4 . y pueden dar lugar a hepatitis aguda o crónica. VHB. VHD. En mujeres gestantes puede evolucionar a una hepatitis fulminante.

Marcadores Hepáticos OBJETIVOS: Describir los diferentes tipos de hepatitis virales más comunes. manifestaciones clínicas y sus marcadores más importantes para determinar el diagnóstico. Conocer los diferentes tipos de hepatitis virales y la importancia de la serología en cada una de las hepatitis virales. Comprender el examen diagnóstico de los diferentes tipos de hepatitis viral en base a sus marcadores séricos. patogenia. 5 . dando a resaltar fundamentalmente sus características estructurales.

desnudo y su cápside está compuesta por diferentes proteínas antigénicas denominadas con las siglas VP1. 3) una cola corta de poly(A) de 40 a 80 nucleótidos en el extremo 3’. Es un virus esférico de 42 nm.5 kb.200 bases de longitud. 2) el segmento genómico que codifica para todas las proteínas virales. con regiones denominadas P1. P2 y P3. En la cadena larga se encuentra toda la información genómica del virus. Su genoma se divide en tres partes: 1) la región 5’ que tiene unida de forma covalente la proteína viral de 2. contiene una molécula de DNA circular con 3.Marcadores Hepáticos MARCO TEÓRICO: CARACTERÍSTICAS ESTRUCTURALES: HEPATITIS A El virus de la hepatitis A pertenece a la familia Picornaviridae. VP2. es un virus RNA de cadena sencilla positiva de 7. VPg. VP3 y VP4. uno externo que expresa al antígeno de superficie (HBsAg) y otro interno que contiene al antígeno central (HBcAg). la secuencia de genes que codifican las proteínas virales tienen codones de inicio de mensajes y no tienen codones de finalización. llamados así por ser hepatotróficos. HEPATITIS B El virus de la hepatitis B pertenece a la familia de los hepadnavirus. como se observa en la figura. y. Estas consecuencias codifican tanto proteínas estructurales 6 . estar formados de un genoma de DNA y compartir estructura y estrategia replicativa.5 kilobases (kb) de longitud. El HBV-DNA tiene una cadena larga y otra corta. Su estructura presenta una morfología icosaédrica bajo el microscopio electrónico. En la porción central se encuentra el DNA de doble cadena (HBVDNA) y la replicasa o polimerasa viral (DNAP o DNA polimerasa). El virus tiene dos componentes.

core) como proteínas de replicación (polimerasa y la proteína X). modificaciones del HBsAg que pueden alterar el reconocimiento inmunológico del virus. El antígeno eHB (AgeHB) se encuentra en la sangre de los portadores del HBV y guarda relación con la viremia masiva. la función de esta proteína aún es desconocida. que posee una única estructura (gen) de lectura abierta que 7 . y modificaciones de la región preC del HBV-DNA incapaces de expresar el péptido que regula la secreción del HBcAg. superficie. La proteína X es una proteína reguladora que in vitro actúa como activadora de la transcripción. la mutación pre-C involucra a una base nitrogenada (G-A en el nucleótido 1896 que cambia un codón de triptófano por un codón de alto). que mide 32 nm. constituido por 9. es una proteína no estructural no necesaria para la infectividad del HBV. es monocatenario. El HBV puede presentar mutaciones las cuales pueden categorizarse en dos grandes grupos: variaciones genéticas de valor incierto.400 nucleótidos. y exposición a luz ultravioleta. de polaridad positiva. El antígeno e (Hbe Ag) consiste en una proteína de aproximadamente 15.Marcadores Hepáticos (pre-S. tratamiento con formol.1901) contenida en la región pre-core (pre-C). en el segundo grupo se han identificado dos mutaciones principales. se inactiva con solventes lipídicos. con envoltura lipídica. las partículas centrales del HBV son un potente inmunógeno ya que inducen la producción de títulos elevados de anticuerpos AccHB durante la infección natural por HBV. es causada por el virus ARN lineal. calentamiento.000 daltones asociada al HBcAg y sintetizada por información nucleotídica (nucleótidos 1814. creando mutaciones de escape. HEPATITIS C Denominada anteriormente hepatitis no A-no B. y mutaciones que causan modificaciones específicas en la biología viral. La cápside del HBV está formada de 180 copias de una proteína principal denominada cHB.32 En más del 95% de los casos. que se encuentra al inicio de la región C.

pero la síntesis de las proteínas de la envoltura es codificada por la región hipervariable.000 aminoácidos. Al parecer. dentro de todo el genoma generalmente se conservan el área 5'. HEPATITIS D El virus de la hepatitis D es un virus defectuoso. Esta distribución segmentaria de la heterogeneidad en el genoma del HCV posiblemente se deba a las diferencias existentes entre los genes que codifican las proteínas esenciales para la replicación del virus –que toleran pocas mutaciones– y los genes de la envoltura en donde la presión inmunológica del huésped puede dar lugar a una evolución rápida. la nucleocápside contiene el 8 . Esto permite al virus evadirse de los mecanismos inmunitarios del huésped dirigidos contra las proteínas de envoltura viral. así como NS3 y NS4.Marcadores Hepáticos codifica una lipoproteína viral de 3. tiene 18 nm de diámetro. que varía entre los diferentes especímenes e incluso en el mismo virus. y las secuencias de aminoácidos de los productos codificados por los genes del núcleo. pertenece al tercer género dentro de la familia flaviviridae. Los genes 5’no codificante y del core se conservan en todos los genotipos tienen un papel importante en la replicación. En México se ha informado que el genotipo predominante es el 1-b. el genoma del VHD es una molécula de RNA de 1. El extremo 3’del genoma contiene los genes de las proteínas no estructurales (NS) 1 a 5. de tipo RNA que solamente se replica en hospederos que simultáneamente están infectados por virus de la hepatitis B. el HVC se replica lo mismo que otro flavivirus por medio de una cadena negativa de RNA intermediario.7 Kb. El VHC suele circular en concentraciones muy bajas. El grado de variabilidad no es homogéneo. El genoma del HCV se compone de una región no codificable adyacente a los genes que codifican las proteínas estructurales (core de la nucleocápside y envoltura viral). aproximadamente. por tanto no se han podido visualizar partículas virales. Dentro de la cubierta está la estructura de la nucleocápside de forma esférica. el virón es una partícula esférica de 36 nm compuesta por una capa de lipoproteína. se han identificado cinco genotipos distintos aunque todos ellos parecen ser similares desde el punto de vista antigénico. Por el contrario las glucoproteínas de la envoltura codificada por los genes E1 y E2/ NS1 y las proteínas codificadas por los genes NS2 y NS5 muestran una gran variabilidad entre los distintos virus que se han aislado.

una de 24 y otra de 27 Kda. lo que se correlaciona con la gravedad del daño hepático. el virus HGV se ha descrito como un nuevo virus de la familia flaviviridae. persiste durante varios meses.2 Kb de largo. Se reconoce cuatro genotipos de VHE como especies: genotipos 1 y 2. HEPATITIS F En países desarrollados. no B. no D. HEPATITIS E El VHE pertenece al género Hepevirus y a la familia Hepeviridae. y en el suero por un periodo más corto. pero participa en el ensamblaje de partículas del VHD. tienen funciones diferentes: el antígeno D pequeño activa la replicación del RNAVHD mientras que el grande la inhibe.Marcadores Hepáticos antígeno D (AgD) que se puede liberar con tratamientos detergentes. no E. en la hepatitis crónica la expresión del antígeno D en el tejido hepático. idénticas excepto porque la grande contiene una extensión de 19 aminoácidos en la terminal de carboxilo. Su prevalencia es de 1 a 2% en población sana de donadores 9 . el AgD se presenta en el suero en la etapa preclínica o muy temprano.30 Se ha demostrado que las partículas de VHD en el suero de pacientes contienen ambas formas de AgD: en el hígado durante 4 semanas aproximadamente. En la literatura médica se utilizan diversos nombres para señalar a estos virus: hepatitis F. El AgD está compuesto por dos especies de proteínas. por lo que puede pasar inadvertido. conejos. mientras que los genotipos 3 y 4 son zoonóticos y tienen un espectro de huéspedes más amplio. Los virus más relacionados son los flavivirus. además de tres zonas de lectura abierta (ORF: open reading frames): el ORF1 que codifica proteínas no estructurales. hepatitis no A-E o el de hepatitis no A. en la hepatitis aguda no complicada el VHD se expresa en el hígado por un periodo más corto (1 a 2 semanas). HEPATITIS G Se trata de un RNA virus (HGV) de polaridad positiva. cuando aparecen los síntomas. En la sobreinfección por VHD.3 El VHE es una partícula esférica que mide 27-34 nm de diámetro y contiene un genoma RNA de cadena simple que mide 7. aproximadamente del 4 al 5% de las hepatitis adquiridas no tienen etiología viral específica y se presupone la existencia de otros agentes productores. cuya secuencia de nucleótidos ha sido completamente determinada. ciervos y mangostas. el ORF2 que codifica proteínas de cápside y el ORF3 que codifica una fosfoproteína del citoesqueleto que tiene un rol importante en la replicación viral y en la respuesta del huésped a la infección. ratas. el virus C y los recientemente descritos GBVA. no C. GBVB. La familia incluye virus cercanamente relacionados que infectan a cerdos. restringidos a humanos.

Marcadores Hepáticos voluntarios de sangre. ya que en un estudio reciente se encontró un 90% de HGV RNA en una población de pacientes con hepatopatía criptogénica 10 . este agente debe ser considerado en el diagnóstico diferencial de hepatopatías crónicas y agudas de etiología desconocida.

por lo que los hepatocitos que expresan a los antígenos virales persisten. por mecanismos autoinmunitarios o reacciones por fármacos y toxinas. difieren en cuanto al modo de transmisión y período de incubación. Si bien todos éstos pueden inducir hepatitis aguda. el citomegalovirus. pero que al mismo tiempo eliminara al virus. Los estudios epidemiológicos han indicado que algunos casos de hepatitis infecciosa se deben a otros factores. grado y cronicidad del daño hepático. los pacientes que responden con menos síntomas y con una respuesta inmunitaria marginal tienen menos probabilidad de eliminar al virus. y los enterovirus. Se ha identificado evidencia de VHG en el 2% de los donadores de sangre en Estados Unidos. el VHG no se vincula con alguna hepatopatía o con exacerbaciones de la enfermedad hepática. capaz de generar hepatitis leve durante la fase aguda. los herpesvirus. La presencia de antígenos virales y sus anticuerpos puede determinarse mediante pruebas de laboratorio. Un agente viral similar al VHC se clonó e identificó como virus de la hepatitis G (VHG). La hepatitis fulminante puede explicarse desde la perspectiva de una respuesta inmunitaria acelerada con necrosis hepática intensa. Los mecanismos de la lesión han sido estudiados en forma más detallada para el VHB. el mecanismo. al virus δ asociado con el virus de la hepatitis B (VHD). y la capacidad para evolucionar al estado de portador. o bien ser secundaria a otros trastornos sitstémicos.Marcadores Hepáticos PATOGENIA: HEPATITIS VIRAL La hepatitis hace referencia a la inflamación del hígado. podría esperarse que una respuesta inmunitaria rápida durante la fase aguda de la infección indujera lesión celular. al virus de la hepatitis B (VHB). Así. Puede ser causada por virus hepatotrópicos que afectan de manera primordial las células hepáticas o hepatocitos. 11 . también denominado GBVC23. Se piensa que el grado de inflamación y necrosis depende de la respuesta inmunitaria de la persona. Los virus que inducen enfermedad sistémica y pueden afectar al hígado incluyen al virus Epstein-Barr (mononucleosis infecciosa). en particular en neonatos y personas con inmunosupresión. Los virus hepatotrópicos conocidos incluyen al virus de la hepatitis A (VHA). lo que conduce a un estado de cronicidad o de portación crónica. al virus de la hepatitis C (VHC) y al virus de la hepatitis E (VHE). En concordancia. Sin embargo. ETIOLOGÍA Y PATOGÉNESIS Existen 2 mecanismos de lesión hepática en la hepatitis viral: la lesión celular directa y la inducción de respuestas inmunitarias contra los antígenos virales.

Es un virus de cadena simple ARN que mide entre 27 y 28 nm. El hígado es el principal sitio de replicación. Inicialmente se produce IgM. que incluye a los enterovirus y rinovirus. que ocurre específicamente en el hepatocito. luego de lo cual llega al hígado a través de la circulación portal. o a la enfermedad fulminante con desarrollo temprano de insuficiencia hepática. 12 . Luego de la replicación es excretado hacia el canalículo biliar. HEPATITIS A PATOGENIA El virus de la hepatitis A pertenece a la familia Picornaviridae. pasando al intestino y siendo eliminado en heces. la hepatitis crónica con o sin evolución a cirrosis.Marcadores Hepáticos La evolución clínica de la hepatitis viral determina distintos síndromes. seguida por IgG. el estado de portador sin enfermedad clínica aparente o con hepatitis crónica. Durante la infección aguda hay viremia inicial y excreción fecal del virus. y ambos funcionan como anticuerpos neutralizantes in vivo. No todos los virus hepatotrópicos provocan cada uno de los síndromes clínicos. la hepatitis aguda. El anti HAV IgG persiste por toda la vida y confiere protección completa contra la reinfección por el virus de hepatitis A. lo que incluye la infección asintomática con sólo evidencia serológica del trastorno. replicándose en el intestino. Se transmite por la vía fecal-oral. con un periodo de incubación de 14 a 28 días.

la mayoría de las personas con hepatitis B adquiere la infección durante la edad adulta o la adolescencia. El virus suele transmitirse por medio de la inoculación con sangre o suero infectados. El virus de hepatitis B (HBV) es miembro de la familia Hepadnaviridae. El trastorno tiene gran prevalencia entre los usuarios de drogas intravenosas. Si bien el virus puede diseminarse por medio de la transfusión o la administración de hemoderivados. y hasta el 25% muere por hepatopatía crónica durante la edad adulta. lo que depende de la condición de la madre en relación con el virus. Sin embargo.Marcadores Hepáticos HEPATITIS B PATOGENIA La hepatitis B tiene un período de incubación mayor y representa un problema de salud más grave que la hepatitis A. los heterosexuales con múltiples parejas sexuales. Los hepadnavirus son una familia de virus hepatotrópicos DNA que incluyen partículas intactas de 42 nm de diámetro con DNA («partículas de Dane») y 13 . y los varones que mantienen relaciones sexuales con varones. el antígeno viral puede identificarse en casi todas las secreciones corporales y diseminarse mediante contacto oral o sexual. las técnicas de rutina para detección han reducido en grado significativo la transmisión por esta ruta. Los trabajadores de la atención de la salud se encuentran en riesgo debido a la exposición a la sangre y las lesiones accidentales con agujas. El riesgo de hepatitis B en los neonatos cuyas madres cursan con infección por VHB varía entre el 10% y el 85%. Los lactantes que desarrollan infección tienen un riesgo del 90% de convertirse en portadores crónicos. En Estados Unidos.

Subsecuentemente. que puede llegar a confundirse con hepatitis B aguda en pacientes en quienes no se conoce el estado de hepatitis B crónica. Esta fase dura entre 10 y 30 años. La injuria hepática en hepatitis B aguda parece estar mediada por linfocitos T citotóxicos que atacan a los hepatocitos infectados con el virus. Existen 7 genotipos diferentes identificados hasta el momento.Marcadores Hepáticos pequeñas partículas esféricas y tubulares sin DNA. El antígeno e (HBeAg) es una proteína no estructural sin función específica conocida. El aclaramiento espontáneo de HBeAg en algunos pacientes puede ocurrir luego de 2 a 3 décadas. Después de la infección con hepatitis B el antígeno core (HBcAg) se expresa en la superficie del hepatocito en relación a proteínas de clase HLA clase 1 y este complejo es reconocido por linfocitos T específicos (CD8) que desencadenan la necrosis. El virus y sus proteínas no son directamente citopáticos para los hepatocitos. con una tasa muy baja de aclaramiento de HBeAg. El curso natural de la infección crónica por hepatitis B está determinado por la interacción entre la replicación viral y la respuesta inmune del huésped. con diferencias clínicas y geográficas importantes. se genera un DNA de cadena covalente cerrada (ccDNA) en el núcleo del hepatocito y posteriormente. El genoma del HBV tiene una cadena doble parcial. siendo la principal el antígeno de superficie (HBsAg). compuestas por proteínas virales. Existe una nucleocápside interna compuesta por una proteína llamada antígeno core (HBcAg) que forma complejos activos con la polimerasa que genera la doble cadena madura de DNA. En estos pacientes la fase inicial se caracteriza por niveles altos de viremia (HBV DNA) y presencia de HBeAg pero niveles normales de ALT e histología normal. la RNA polimerasa del huésped lleva a RNA viral pregenómico. La replicación del HBV comienza con la unión del virión a un receptor en la superficie del hepatocito. pero su presencia correlaciona con HBV DNA circulante en suero. Los pacientes con infección adquirida perinatalmente pueden exhibir una fase de tolerancia immune durante la cual la replicación no se asocia a enfermedad hepática activa. autolimitada de hepatitis B. 14 . hay una respuesta immune vigorosa mediada por linfocitos CD4+ contra múltiples epítopes en HBcAg. Durante la fase aguda. HBeAg y HBsAg. e ir asociado a un aumento de ALT o síntomas de hepatitis aguda. designados de la letra A a la G.

Hay diferencias entre genotipos con respecto a virulencia. IgG. clasificado en la familia de los Flaviviridae (fiebre amarilla y virus del dengue) y es el único miembro del género hepacivirus. ADN del VHB y anticuerpos contra VHB (IgM. Un individuo puede presentar diferentes secuencias de RNA viral simultáneamente. HEPATITIS C PATOGENIA El HCV es un virus de cadena RNA simple con un diámetro medio de 50 nm. Se han identificado seis diferentes genotipos de HCV y varios subtipos dentro de cada familia. lo cual se conoce como cuasiespecies y esto parece ser 15 .Marcadores Hepáticos Secuencia de los cambios de los antígenos virales del VHB (HBsAg. distribución geográfica y respuesta al tratamiento antiviral. HBeAg). teniendo una gran tasa anual de mutaciones. anti-HBc y anti-HBs) en la hepatitis B aguda en resolución. El HCV se caracteriza por su variabilidad genética.

El virus puede afectar a una persona que ya es portadora del virus de hepatitis B (superinfección) o puede ser transmitido simultáneamente con éste último (coinfección). el sexo y el consumo de alcohol no están bien establecidos. HBeAg y HBV DNA. Linfocitos T citotóxicos y cooperadores reconocen a proteínas del HCV y originan la producción de citocinas proinflamatorias que determinan la inflamación crónica. Se detectan células CD4 específicas para hepatitis C en el hígado y sangre periférica de pacientes infectados.Marcadores Hepáticos inducido por la presion inmune ejercida por el huésped. El HDV RNA y el HDAg son detectados tempranamente. Los cofactores que influyen en el pronóstico de la enfermedad como la edad. Este es un asunto crítico que determina la persistencia del virus por décadas en un individuo dado. Interesantemente. Tiene una cadena circular simple de RNA y sus partículas tienen una envoltura formada por el HBsAg que envuelve al RNA viral y al antígeno delta (HDAg). la replicación activa del HDV inhibe la replicación del HBV. el VHC tiene la capacidad de escapar de la respuesta inmune del huésped. La infección por VHC se caracteriza por su propensión a la cronicidad. La replicación ocurre en el núcleo del hepatocito y depende absolutamente del virus de hepatitis B—el recubrimiento externo del virus de la hepatitis B llamado antígeno de superficie—para sintetizar su propia proteína externa y poder encapsular su núcleo genético. La naturaleza de cuasiespecies le confiere una ventaja de supervivencia. que puede a su vez causar el desarrollo de una neoplasia maligna. Debido a su alta variabilidad genética. Este concepto explica la enorme dificultad en desarrollar vacunas efectivas contra el virus de hepatitis C. Está establecido que la eficacia de la respuesta humoral al HCV es débil. por lo tanto la infección por HDV se asocia a reducción de niveles intrahepáticos de HBsAg. Puede haber daño hepático por mecanismo citopático directo sobre la membrana del hepatocito o por replicación del virus y destrucción celular. El VHC no es directamente citopático y las lesiones hepáticas se relacionan principalmente con mecanismos mediados inmunológicamente. permitiendo la rápida selección de mutantes. junto con la detección 16 . siendo la respuesta CD4 vigorosa en pacientes agudamente infectados y débil y tardía en los pacientes crónicos. La falta de modelos animales y de técnicas de cultivo in vivo obstaculizan el entendimiento de la patogénesis de la hepatitis C crónica y el desarrollo de nuevos antivirales HEPATITIS D PATOGENIA Es un virus único ya que no se parece a ningún virus animal y más bien tiene algunas semejanzas con virus de especies vegetales.

El ARN genómico viral es traducido en el citosol para producir la poliproteína de 1693 aminoácidos no estructural a partir del ORF1. El Genotipo 1 se encuentra ampliamente distribuido por todo el mundo. el Genotipo 2 es un genotipo singular que se encuentra sólo en Japón y el Genotipo 3. La transmisión directa de persona a persona es baja y existen pocos indicios de transmisión por actividad sexual. Se ha propuesto que los ARN subgenómicos pueden ser luego traducidos en proteínas estructurales de la cápside. la proteína estructural de la cápside empaqueta al genoma viral y los viriones ensamblados son liberados en la bilis y la sangre. En el caso de la superinfección. El ser humano constituye el hospedero natural. tales como: chimpancés. Se ha demostrado frecuente transmisión vertical en mujeres que se infectan en el tercer trimestre del embarazo. sugiriendo que la hepatitis E es una enfermedad de posible transmisión zoonótica. ratas y pollos. El VHE se transmite básicamente por vía fecal-oral a través de alimentos y aguas contaminadas con heces de personas infectadas por el VHE semejante al VHA. se desconocen casos documentados de transmisión del virus a lactantes por esta vía. monos 17 . Las partículas del virus están presentes en la bilis y las heces de la persona infectada. desde el final de la incubación hasta 2 ó 3 semanas luego del inicio de la enfermedad. Aun cuando se tienen hallazgos del VHE en leche materna. el HDAg y HDV RNA permanecen detectables en el suero junto con títulos altos de IgM e IgG anti-HDV. el cual actúa como templado para la síntesis de copias adicionales de ARN genómico y subgenómico de polaridad positiva. en las etapas tardías de la replicación. inicialmente IgM y luego IgG. Hasta el momento. HEPATITIS E: PATOGENIA El virus de la hepatitis E entra al hospedador por vía oral. es el tracto digestivo. Esta poliproteína contiene la replicasa viral que copia una hebra de ARN intermediario de polaridad negativa. así como entre humanos y otros primates. El sitio primario de replicación. alcanza al hígado por la vena porta y finalmente se replica en el citoplasma de los hepatocitos. produciendo hepatitis aguda grave en el recién nacido.Marcadores Hepáticos de HBsAg. aunque cepas del VHE aisladas en humanos tienen una estrecha relación genética con cepas halladas en cerdos. los investigadores han identificado tres genotipos o variaciones regionales de VHD en todo el mundo. A medida que el HBsAg desaparece el HDAg también es aclarado y comienza a aparecer el anticuerpo anti-HDV. Posteriormente. Diversos estudios señalan al cerdo como el principal reservorio animal del VHE. de América del Sur. Se ha sugerido la posibilidad de transmisión zoonótica de humanos a cerdos y viceversa. es relacionado con una forma grave de infección por VHD que se caracteriza por alta mortalidad y una lesión en el hígado llamada una célula mórula.

HEPATITIS G PATOGENIA La transmisión es aparentemente parenteral. El hígado no sería el sitio primario de replicación y no existe una enfermedad significativa asociada al HGV. También existen indicios de que se puede transmitir de madre a hijo. en los pacientes infectados por el VHC. 18 . aunque se han reportado casos de hepatitis post transfusión y casos de hepatitis fulminantes a HGV. De todos modos el papel patógeno desempeñado por el VHG aún no ha sido elucidado con certeza. en la cual el daño a los hepatocitos sería mínimo. y usualmente a muy bajas concentraciones. los cuales son susceptibles a la infección natural con cepas humanas del VHE. sea considerado un virus no causal de hepatitis que comparte vías de transmisión parenteral comunes a otros virus causantes de hepatitis. La viremia y la excreción de las partículas virales en las heces se dan al mismo tiempo. Se transmite con facilidad mediante las transfusiones de sangre y frecuentemente produce viremia persistente en el receptor infectado.Marcadores Hepáticos rhesus. por lo general. Al igual que la hepatitis a virus A. predominantemente durante el periodo de incubación y la fase aguda temprana. En aquellas madres con alta carga viral. y dependiendo del modo del parto pueden tener hijos con una infección persistente. la respuesta al tratamiento con interferón y el riesgo de hepatocarcinoma. No se ha demostrado la asociación del virus con la producción de hepatitis fulminante y carcinoma hepatocelular. por lo que se considera que la hepatitis E es una enfermedad inmunopatológica. Presenta un período de incubación desde la exposición hasta el comienzo de la enfermedad clínica de alrededor de 28-40 días. y la respuesta inmune del huésped conduciría a la hepatitis. tamarinos y monos verdes africanos. la coinfección por VHG afecta la expresión clínica de la enfermedad. Existe en una elevada prevalencia entre las prostitutas por lo que también podría transmitirse por vía sexual. HCV y VIH. la hepatitis E no evoluciona a la cronicidad ni deja secuelas. Como se mencionó anteriormente se ha encontrado el HGV en personas coinfectadas con otros virus hepatotropos. Se lo ha encontrado en personas coinfectadas con HBV. La mayoría de las personas infectadas no desarrollan síntomas. La producción de anticuerpos anti-VHE y la hepatitis se dan concomitantemente. Estos hallazgos determinaron que en la actualidad. la histopatología hepática. No obstante.

A diferencia de lo que sucede en las infecciones causadas por el virus de las hepatitis A y B. la insuficiencia hepática fulminante es rara y solo se han informado unos pocos casos. comparadas con las infectadas sólo con VHB. como superinfeccion aguda en un portador VHB o como infección VHB crónica. Los niños menores suelen permanecer asintomáticos. HEPATITIS C Los síntomas clínicos de le hepatitis C aguda tienden ser más leves que en otros tipos de hepatitis viral. anorexia y pérdida de peso. Los niños y los adultos que adquieren la infección suelen permanecer asintomáticos o presentar una enfermedad clínica no específica caracterizada por fatiga. La evolución a formas fatales a partir de la forma aguda va del 0. Pero un 10% de los individuos infectados generan formas crónicas y con la posibilidad a largo plazo de evolucionar a cirrosis hepática y carcinoma hepatocelular. La infección VHD puede manifestarse como una coinfección aguda con VHB. La ictericia es poco frecuente y aparece solo en el 25 al 30% de los adultos sintomáticos. malestar general. anorexia. El periodo de incubación va de 45 a 180 días. malestar general. náuseas.5 % al 1%. mientras que en el 90% a 95% de los adultos que se infectan desarrollan una forma aguda y la infección se resuelve satisfactoriamente. MANIFESTACIONES CLINICAS DE HEPATITIS B La infección en los niños generalmente es asintomática. molestias abdominales. Estos síntomas suelen durar de 2 a 12 semanas. En niños mayores y en adultos la enfermedad casi siempre se asocia con síntomas y en un 90% de los casos hay ictericia. MANIFESTACIONES CLINICAS DE HEPATITIS D La personas con coinfección VHB – VHD pueden tener una enfermedad aguda más severa y un alto riesgo de hepatitis fulminante (2-20%). la infección crónica VHB ocurre menos frecuentemente en personas con VHB – VHD. en menores de cinco años del 30% al 90% y en mayores de cinco años del 2% al 5%.Marcadores Hepáticos MANIFESTACIONES CLÍNICAS HEPATITIS A Los síntomas de la hepatitis A suele comenzar en forma brusca e incluir fiebre. en promedio entre 60 y 90 días. orina oscura e ictericia. HEPATITIS E 19 . La probabilidad de presentar síntomas se relaciona con la edad. Los síntomas por lo general duran cerca de dos meses pero pueden prolongarse por más tiempo. Sin embargo. Las formas crónicas son frecuentes.

no-E crónica. en particular de la alanino aminotrasferasa. Esta fase tiene una duración de 3 semanas. El tiempo de incubación de los virus A y E es corto de 10 a 45 días. En la fase prodrómica las manifestaciones clínicas pueden tener una presentación clínica mínima que pasa inadvertida. MANIFESTACIONES CLINICAS DE HEPATITIS G La infección se encuentra en proceso de caracterización. no hay recomendación terapéutica en la actualidad. anorexia. no se ha determinado con precisión si existe una fase crónica. Frecuentemente se asocia a hepatitis C y en menor frecuencia a hepatitis B: se detecta en laboratorios de investigación con anticuerpos anti-HGV o con HGV-RNA. No se conocen formas crónicas de casos de hepatitis por virus A y E. en México no hay reportes de frecuencia o incidencia de la infección por este virus. La forma clásica de presentación de hepatitis aguda es un periodo prodrómico de 3 a 7 días con malestar general. Posteriormente viene el periodo de estado con la aparición de ictericia en grado variable. dolor en epigastrio y vómito. Los estudios de laboratorio muestran elevación de las transaminsas. náuseas. se encuentra en fase de caracterización. se manifiesta como enfermedad aguda que se autolimita. Se encontró coinfectado o superinfectado en 9 a 15% de hepatitis C y 5% de hepatitis B y en un 9% de donadores de sangre. pero fue positivo en cerca del 3% de casos con hepatitis no A. coluria (presencia de bilirrubina en la orina) e hipocolia (disminución de pigmentos biliares. 20 . astenia.Marcadores Hepáticos La infección con el virus de la hepatitis E es similar a la del virus de la hepatitis A. En Japón el HGV-RNA no fue detectado en hepatitis aguda esporádica. El virus G ha sido encontrado en pacientes en el periodo pretransplante hepático. heces de color claro amarillentas). hasta en los muy pocos casos que presentan insuficiencia hepática grave y mortal. La hepatitis por virus G tiene escasa repercusión clínica.

1. El diagnóstico de infección aguda por VHA se realiza ante el hallazgo de IgM anti VHA en una persona con síntomas y/o signos bioquímicos de hepatitis. Evolución cronológica de la infección por el virus de la hepatitis A 21 . Al comienzo se identifican IgM e IgG específicos antiVHA (Figura 2). El aislamiento del virus no se intenta debido a que no existen sistemas eficaces de cultivos tisulares para ello. Tras 312 meses IgM desaparece y persiste IgG. Fig.Marcadores Hepáticos MARACDORES HEPÁTICOS SEROLÓGICOS VIRUS DE LA HEPATITIS A: MARCADORES SEROLOGICOS (Diagnóstico serológico) La mejor forma de identificar una infección aguda por el VHA consiste en la detección de la inmunoglobulina M (IgM) anti-VHA mediante un inmuno análisis de absorción ligado a enzimas (ELISA) o radioinmunoanálisis. En el inicio de la enfermedad se detectan anticuerpos séricos frente al VHA. la que confiere inmunidad de por vida .

HBsAg o ambos. Durante la fase sintomática. Una infección crónica se puede distinguir por el hallazgo continuado de HBeAg.Marcadores Hepáticos VIRUS DE LA HEPATITIS B MARCADORES SEROLOGICOS El diagnóstico de la hepatitis se puede hacer basándose en la sintomatología clínica y en la presencia de enzimas hepáticas en sangre. La detección del HBeAg guarda una correlación mejor con la presencia del virus infeccioso. Donde la serologia de la infección por el VHB describe la evolución y la naturaleza de la enfermedad. la detección de anticuerpos frente a HBsAg y HBeAg es difícil como consecuencia de la formación de complejos del anticuerpo con antigeno en suero. La forma de detectar una infección aguda reciente especialmente en el periodo de ventana en el que no se puede detectar HBsAg ni anti – HBs es analizar el IgM anti – HBc Marcadores de la hepatitis B 22 . agudas y Las infecciones clónicas se pueden distinguir por la presencia de HBsAg y HBeAg Los HBsAg y HBeAg se secretan en sangre durante la replicaron vírica. y así como ausencia de detectables frente por la anticuerpos a estos antigenos.

DNA polimerasa.  Anti-HBs anticuerpo contra antig.  HBc Ag antigeno del core. el siguiente paso diagnóstico es la determinación del ARN viral 23 . un falso positivo o una infección crónica. Si la infección se cronifica persisten positivos.  Anti –HBc anticuerpo contra el core “core total”  HBe Ag antigeno “e”.Marcadores Hepáticos  HBsAg antigeno de superficie. Si la infección se autolimita desaparece gradualmente aunque puede persistir hasta 5 años después de la curación. Para distinguir entre estas entidades. De superficie. Pasada.  Anti – Hbe anticuerpo contra el antigenio “e”. crónica* o - + - - falso +.  Perfiles serológicos en la infección por VHB AgHBs + - Anti-HBs - IgM HBc HBc Situación + + total + + Inf. Aguda (período + - + - - + + + ventana) Inf.  HBU – DNA –DNA del virus de hepatitis B. Crónica Inf. La presencia de anti VHC implica contacto con el virus y puede ser interpretado como marcador de infección pasada y curada. Pasada Inf. Vacunación HEPATITIS C MARCADORES SEROLOGICOS  ANTI-VHC: comienza a detectarse aproximadamente a las 11 semanas (6-24 semanas) tras la exposición al virus. Aguda Inf.

y los análisis iniciales fueron los siguientes: Hb: 14. la paciente comienza a presentar cierta fatigabilidad y artralgias migratorias de ambos hombros y codos.2 g/dL Leucocitos: 5300/mm3 Bilirrubina total: 2. y Bilirrubina total de 1.6 mg/dL a predominio directo. La paciente presentó rápida recuperación clínica y bioquímica de su cuadro. Sin embargo. siendo los valores de ALT 57 UI/L y AST 69 UI/L a los 6 meses y ALT 95 UI/L y AST 78 UI/L a los nueve meses. sin objetivarse signos de flogosis. ictericia leve y coluria. La carga viral es marcador pronóstico de respuesta al tratamiento.Marcadores Hepáticos  ARN-VHC: su determinación tanto en suero como en plasma confirma la infección activa.45 g/dL.9 g/dL Globulinas totales 4. En ese momento los marcadores serológicos para hepatitis B y C fueron negativos. Se puede detectar tras dos semanas desde el inicio de la infección. Entre el séptimo y octavo mes del diagnóstico inicial. El examen clínico se encontraba dentro de límites normales excepto por discreta ictericia. 24 . ALT: 1200 UI/L AST: 1530 UI/L Fosfatasa alcalina y tiempo de protrombina dentro de los límites normales. sin antecedente de importancia. y un mes después los controles bioquímicos mostraron una AST de 219 UI/L. CASO CLÍNICO 1: Paciente femenina de 61 años. En este momento se solicitan algunos análisis de laboratorio: Anticuerpos anti – nucleares (+) 1/40 Anticuerpos anti – músculo (+) 1/20 Albúmina 3.71 g/dL.51 g/dL Hipergammaglobulinemia de 2. ALT de 80 UI/L. quien presenta cuadro de malestar general. haciéndose el diagnóstico de hepatitis viral aguda tipo A con marcador serológico IgM anti – HAV positivo. los controles periódicos de aminotransferasas mostraban siempre una elevación persistente aunque de bajo grado.

junto con una serología de virus hepatotrópos y citomegalovirus. En marzo del 2012 acude a consulta. Los resultados revelan un aumento de aminotrasferasas (TGO 626 U/L y TGP 2134 U/L) y gamma glutamil transpeptidasa (GGT 252 U/L). La viremia causa un repentino malestar general.1 mg/dl).Marcadores Hepáticos Biopsia hepática: leve infiltrado linfomonocitario en espacios porta sin necrosis en sacabocado. se excreta en la bilis y se elimina en las heces de personas infectadas. relatando malestar general acompañado de cefalea. El resto de parámetros están dentro del rango de la normalidad. Diagnóstico: Hepatitis autoinmune desencadenada por Hepatitis A. Un mes después se le extrae una segunda muestra donde observamos descenso de amino transferasas ((TGO 88 U/L y TGP 299 U/L) y gamma glutamil transpeptidasa (GGT 120 U/L).2 °C. esteatosis leve. inapetencia y dolor en epigastrio o hipocondrio derecho y acompañado de bilirrubinuria y ascenso de enzimas hepáticas. solo se percibe un aumento de los ruidos hidroaéreos abdominales. acolia y coluria. La coluria y la acolia preceden en 1-5 días de la aparición de 25 . Realiza ejercicio físico de forma regular y su trabajo es sedentario. con síntomas inespecíficos como nauseas. CASO CLÍNICO 2: Varón de 33 años no fumador con el único antecedente personal de hipercolesterolemia a tratamiento con dieta. Discusión: La hepatitis A es una enfermedad infectocontagiosa cuya responsable es un picornavirus de 27 nm. La serología nos confirma un proceso agudo de hepatitis A (IgM positiva e IgG negativa). aproximadamente 2 semanas antes del inicio de la clínica y hasta una semana después. Ante la sospecha de hepatitis se le recomienda reposo relativo y la realización de análisis de sangra y orina. anticuerpos VHB. En la exploración física. astenia y fiebre vespertina de hasta 39. En la anamnesis el paciente refiere la ingesta d moluscos vivos (ostras) hacia un par de semanas. no se observan signos de ictericia. que se replica en el hígado. VHC y CMV negativos. vómitos. que acompaña de una clara mejoría de sus síntomas. anorexia. junto con un patrón de colestasis (Fosfatasa alcalina 532 U/L y LDH 422 mg/dl) e hiperbillirrubinemia total directa (5.4 mg/dl y 6. escasos infiltrados lobulares.

por lo que no se puede conocer el tipo de hepatitis sin realizar una serología. Su prevención se basa en una higiene correcta con el aso meticuloso de manos y la correcta inmunización. Al examen físico revela hepatomegalia y en ocasiones un aleve esplenomegalia.Marcadores Hepáticos ictericia. 26 . En su inicio los distintos virus que causan hepatitis tienen una clínica muy parecida. Los anticuerpos antiVHA son la inmunoglobulina M que indica enfermedad aguda y la inmunoglobulina G que indica infección pasada e inmunidad permanente (aparece en el primer mes y se mantiene durante años).

con sus características estructurales. del examen físico completo y de la evaluación de las pruebas serológicas.Marcadores Hepáticos CONCLUSIONES: Se describieron los diversos tipos de Hepatitis. fosfatasas alcalina y Gammaglutamil transferas principalmente y se tratan de pruebas complementarias que proporcionan una estimulación de la función de síntesis y puede indicar la naturaleza del trastorno. las manifestaciones clínicas. El diagnóstico de enfermedades hepáticas depende del historial clínico completo. 27 . su patogenia. No se puede distinguir las diferentes tipos de hepatitis víricas solo por los datos clínicos o parámetros químicos habituales. para ello son necesarios las pruebas serológicas. Las pruebas de laboratorio que se utilizan habitualmente para la detección o confirmación de una posible hepatopatía comprenden la medición de los niveles séricos de las aminotransferasas.

H. Artículo de revisión Virus de la hepatitis E. Cordeiro.uy/cefa/2008/hepatitis. 32:6-12.pdf 28 . Taroco. Cristina del Rosario Gutiérrez García*.ejournal.mx/rfm/no43-3/RFM43306. Características biológicas y epidemiológicas. R.higiene. Editorial Mosby.pdf  http://www.unam. Doneyla Alejandra Sánchez Partidas. PFALLER MICHAEL.edu. ROSENTHAL KEN.  http://www. Microbiología médica. N. Venezuela. 477  MURRAY PATRICK. Cuarta edición. Chiparelli. 2002  Revista de la Sociedad Venezolana de Microbiología 2012. Pag. KOBASASHI GEORGE. España.Marcadores Hepáticos BIBLIOGRAFÍA:  Virus de las hepatitis.