Precauciones para el cuidado de un Procesador - Cualquier intento de utilizar procesadores sin una solución de refrigeración adecuada puede producir

daños permanentes al procesador y a otros componentes del sistema. - Para evitar daños en el procesador, limpie el disipador de calor para eliminar posibles restos de lubricante térmico y, a continuación, aplique lubricante térmico nuevo al procesador antes de instalar el disipador de calor. - Para evitar daños en el procesador, no intente extraer el disipador de calor del procesador haciendo palanca. -Tenga cuidado de no romper algún pin del procesador. - Cuando inserte un procesador tenga cuidado de colocarlo en la posición correcto.

Buena extracción