You are on page 1of 8

La Niña y sus Sueños

Había una vez una niña llamada Elimar que vivía en las lejanías de un pueblo llamado Cumboto. Todos los días al dormir soñaba lo que quería. Un día cuando estaba dormida soñó ir al mar, allí vivían muchos niños y niñas que eran muy amigables y alegres.

Al despertar, sus ojos le brillaban de felicidad, fue entonces cuando una de sus amigas la invito a salir a la calle, ella alegre se fue con su amiga Nayeli y se sentaron en la orilla de una acera y Elimar le cuenta lo que había soñado, le dijo que en el mar vivían muchos niños y niñas.

Nayeli le dijo: -¡Tu si sueñas en cosas que jamás te van a suceder.! Y Elimar le responde muy triste: - No digas eso que yo por lo menos sueño cosas bonitas.

La niña Elimar entra a su casa y se sienta al lado de la chimenea, cuando oye una voz que le dice: - ¡Niña! Vamos al mar, yo te guiaré . Elimar con mucha alegría sigue la voz, cuando de pronto llega a aquel lugar que tanto había anhelado. Al llegar conoció a todos aquellos niños amigables que había soñado.

Ella hizo una gran amistad con aquellos niños y niñas, y la misma dice: - ¡OH ! Gracias señor , por haber hecho mis sueño realidad y por haber conocido lo que es una verdadera amistad! Inmediatamente la voz trajo de regreso a la niña Elimar.

La niña Elimar Salió a la calle y se sentó en la orilla de la acera y de pronto llega su amiga Nayeli y le dice: - ¿Qué otras cosas haz soñado? Elimar le responde: -Lo mismo de siempre, si tu quieres algo, tu lo sueñas, y tu lo logras, hasta se puede soñar con una linda amistad.

Elimar con mucha dulzura le sigue diciendo: -Gracias al sueño he sabido y he conocido lo que es una amistad, también he logrado tener una amistad. Tú para lograr una amistad debes ser una persona alegre, con mucha felicidad y sobretodo sin maldad, con eso podrás tener lo que es una gran amistad.

Fin