P. 1
La Polemica Ley de Radiodifusion (Argentina)

La Polemica Ley de Radiodifusion (Argentina)

|Views: 31|Likes:
Published by futurosabogados
Futuros Abogados Latinoamericanos
Futuros Abogados Latinoamericanos

More info:

Categories:Types, Business/Law
Published by: futurosabogados on Jul 28, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

10/25/2012

pdf

text

original

La Polémica Ley De Radiodifusión

Contradicciones e Incontistucionalidad
Por Darío Raznoszczyk (*1) SUMARIO: I. Introducción. - II. Privatizaciones y el otorgamiento de licencias. – III. El nuevo proyecto de ley. I. Introducción

La ley de radiodifusión que rige actualmente en Argentina fue creada en 1980, dictada por el presidente de facto Jorge Videla y firmada por Eduardo Massera (vicepresidente) y José Martínez de Hoz (ministro de economía). El país transitaba la más cruenta dictadura de su historia, instaurada en 1976 y concluida en 1983 volviendo a la democracia de la mano de Alfonsin. Es de extrañar que el contenido de algunos artículos de esta ley sea tan liberal; por ejemplo el Articulo 5, “...los servicios de radiodifusión deben colaborar con el enriquecimiento cultural de la población, según lo exigen los objetivos asignados por esta ley al contenido de las emisiones de radiodifusión, las que deberán propender a la elevación de la moral de la población, como así también al respeto de la libertad, la solidaridad social, la dignidad de las personas, los derechos humanos, el respeto por las instituciones de la República, el afianzamiento de la democracia y la preservación de la moral cristiana” (*2). El artículo 14 por su parte también menciona “el enriquecimiento de la cultura, la contribución a la educación de la población y el derecho natural del hombre a comunicarse” (*3). Distintas eran las políticas utilizadas por el gobierno de facto para mantener bajo control a la población, estas eran algunas de ellas:

1

1) La censura en los medios de comunicación 2) La prohibición de ciertos sectores culturales para manifestar sus pensamientos a través de la música, las obras de arte, el cine o el teatro. 3) La suspensión de los partidos políticos Es evidente que el contenido de esta ley carecía de valor democrático, ya que nunca iba a poder desarrollarse como tal, mientras se encontrará en el poder el gobierno militar. En la misma ley encontramos otras normas más acordes a lo que sucedía en Argentina en esa época; articulo 21 “las estaciones de radiodifusión oficiales no podrán emitir programas o mensajes de partidismo político”(*4). La democracia tiene que darles lugar al disenso y a la pasión, sin aquello pierde interés y muere. El artículo 15 afirma que “las emisiones de radiodifusión se difundirán en idioma castellano. Las que se difundan en otras lenguas deberán ser traducidas simultánea o consecutivamente, con excepción de las siguientes expresiones: A) Las letras de las composiciones musicales; B) Los programas destinados a la enseñanza de lenguas extranjeras; C) Los programas de Radiodifusión Argentina al Exterior (RAE); D) Los programas de colectividades extranjeras y aquellos en los que se usen lenguas aborígenes, previa autorización del Comité Federal de Radiodifusión. Las películas o series habladas en lenguas extranjeras que se difundan por televisión, serán dobladas al castellano, preferentemente por profesionales argentinos.(*5). Una paradoja, teniendo en cuenta que la dictadura prohibía composiciones musicales por considerarlas como una subversión en contra del gobierno. Años más tarde a causa de la guerra de Malvinas en 1982 con Gran Bretaña, se prohibió la música con letras en inglés. Sumando otra contradicción a el artículo mencionado supra.

2

II.

Privatizaciones y el otorgamiento de licencias

Las licencias es uno de los temas mas complejos dentro de la ley, ya que el articulo 45, inciso e afirma que: “No se debe tener vinculación jurídica societaria ni sujeción directa o indirecta con empresas periodísticas o de radiodifusión extranjeras, salvo que los acuerdos de reciprocidad suscritos por la República Argentina con terceros países contemplen tal posibilidad o que los contratos de cesión de acciones, cuotas o de transferencia de la titularidad de la licencia hayan sido celebrados con anterioridad a la fecha de entradas en vigencia de la Ley 25.750, y que se encuentren aprobados en la Comisión de Defensa de la Competencia”(*6). Vale subrayar aquí que durante la “privatizada” década en la cual gobernó Carlos Menem (1990-1999), este punto fue derogado, lo que posibilitó que los dueños de empresas periodísticas se involucren en el mercado, acumulando riquezas y haciendo un monopolio de algunos medios de comunicación. En la actualidad el debate es amplio y el gobierno de Cristina Kirchner busca solucionar el problema y calmar las aguas mediante la reducción de las licencias de radio y televisión. Sin embargo durante la presidencia de Néstor Kirchner (2003-2007), se concedió una prórroga en el año 2005, de diez y quince años, a distintos medios de comunicación. Se argumentó que estos se vieron afectados por la crisis que sacudió a la Argentina en el 2001, cuando en verdad habían sido beneficiados por la pesificación de sus deudas una vez devaluada la moneda nacional. La sociedad civil no quiso estar al margen del debate y creó una coalición independiente con el nombre de “iniciativa ciudadana por una ley de radiodifusión democrática” que consta de 21 puntos. Uno de ellos dice que “Deberá mantenerse un registro público y abierto de licencias. El registro deberá contener los datos que identifiquen

3

fehacientemente a los titulares de cada licencia, y los integrantes de sus órganos de administración además de las condiciones bajo las cuales fue asignada la frecuencia. Las localizaciones radioeléctricas no previstas en los planes técnicos deberán ser puestas en disponibilidad a pedido de parte con la sola demostración de su viabilidad técnica” (*7). Durante la época menemista el neoliberalismo volvía a estar en auge, y con el los grupos económicos ganaban más y más poder. Las grandes concesiones hechas por el gobierno a estos oligopolios hicieron que el número de licencias permitidas por medio pasará de 4 a 24. Es necesaria la aplicación de una nueva ley democrática, el gobierno está ante una oportunidad única donde el pluralismo tiene que estar presente en dicha reforma: Tal como afirma el punto 21 de la Coalición: “en la nueva ley se deberá contemplar la normalización de los servicios de radiodifusión atendiendo a las necesidades de aquellos impedidos de acceder a una licencia por las exclusiones históricas de la ley 22.285 y la administración arbitraria de las frecuencias por parte del Estado nacional”(*8). Vale aclarar que esta ley contiene normas inconstitucionales, y que es contraria a la reforma constitucional realizada en 1994 donde se jerarquizaron tratados internacionales que protegen los derechos humanos. Es necesario que radios comunitarias, universitarias y distintos actores sociales avancen en el terreno en el cual se encuentran restringidos estos derechos vitales para una sociedad democrática.

III.

El nuevo proyecto de ley

4

Actualmente se esta debatiendo en el Congreso un nuevo proyecto de ley propuesto por el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner. Alguno de los temas más importantes que plantea esta ley son los siguientes (*9):
-

Que el Estado conceda licencias en condiciones equitativas y no discriminatorias significaría limitar la cantidad de licencias de un mismo dueño. Este es uno de los puntos que genera mayor rechazo entre los grandes multimedios debido a que muchos de ellos tendrían que deshacerse de algunas licencias. El oficialismo afirma que la multiplicidad de frecuencias será permitida en tanto y cuanto no se conformen monopolios y oligopolios, que como dice el Pacto de San José de Costa Rica, atentan contra la libertad de expresión

-

Se garantizará que las personas jurídicas sin fines de lucro (ONG, organizaciones sociales, sindicatos, universidades, fundaciones), el Estado (medios públicos) y las personas jurídicas con fines de lucro (medios privados) dispongan del 33 por ciento del espectro cada licencia.

-

Se

pretende

fijar

un

marco

regulatorio

para

el

inminente

desembarco en el mercado argentino de un paquete de nuevas tecnologías. En particular la televisión digital y el triple play, que es la posibilidad de brindar servicios de TV por cable, telefonía e Internet a través de un mismo canal. Si bien son positivos algunos puntos del proyecto, como la eliminación de los monopolios generados por los multimedios, sería bueno preguntarse cuál es el verdadero objetivo de este repentino proyecto de ley. En Argentina el grupo Clarín es el dueño de varios medios de comunicación y su ideología es contraria a la del oficialismo, a través del diario Clarín (el de mayor tirada en Argentina) y Canal 13 (uno de los dos canales de aire más vistos) atacan constantemente a las políticas oficialistas. El grupo Clarín sería el

5

multimedio que perdería mayor cantidad de licencias de aprobarse la nueva ley. La Asociación de Prensa de Buenos Aires hizo expresó su rechazo ante esta ley afirmando que el mensaje del oficialismo es claro: “al que no esté conmigo no le damos publicidad, no le renovamos la licencia, ni le permitimos expandirse comercial o empresarialmente”. De igual manera, otras agrupaciones y ciudadanos del país se muestran en contra del proyecto de ley acusando al gobierno de querer monopolizar los medios de comunicación y de estar violando el derecho a la libertad de expresión consagrado en la Constitución Nacional. Es alentador saber que se esta intentando reformar la ley de radiodifusión, teniendo en cuenta que la actual ley fue dictada y firmada por un gobierno de facto y en una época gris para la Argentina. Sin embargo sería bueno que esta nueva ley tenga un objetivo realmente estabilizador y en favor de la libertad de expresión, y que verdaderamente se limite la monopolización de los medios. Sería conveniente que el Congreso debata arduamente este proyecto, y que finalmente se modifique la actual ley por una que realmente sea representativa de los derechos y garantías establecidos en la Constitución Nacional de la Argentina. (*1) Alumno de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires. (*2, *3, *4, *5, *6) http://www.comfer.gov.ar/leyderadiodifusion22285.php (*7 y *8) www.coalicion.org.ar/iniciativa. php (*9)http://74.125.113.132/search? q=cache:di6acAVMhb0J:www.paralavictoria.com.ar/documentos/radio difusion.doc+Proyecto+de+ley+de+radiodifusi %C3%B2n&cd=1&hl=es&ct=clnk&gl=es
Bibliografía utilizada Ley de Radiodifusión 22285

Páginas Web

6

- www.coalicion.org.ar/iniciativa.php - www.agenciacta.org.ar/article8151.html -revista-zoom.com.ar/articulo2121.html - http://frentedefensordelpueblo.blogspot.com/2008/05/argentina-debate-una-nuevaley-de.html - http://www.clarin.com/diario/2002/06/27/index_diario.html - http://www.pagina12.com.ar/diario/elpais/1-6853-2002-06-27.html - http://www.telesurtv.net/noticias/secciones/nota/56607-NN/cristina-fernandez presento-nuevo-proyecto-de-ley-de-radiodifusion/ - http://www.clarin.com/diario/2009/04/17/elpais/p-01899676.htm

7

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->