P. 1
Muyolema Calle Armando - Colonialismo y representación

Muyolema Calle Armando - Colonialismo y representación

|Views: 530|Likes:
Published by Eduardo Sadier

More info:

Published by: Eduardo Sadier on Sep 28, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

12/07/2012

pdf

text

original

En efecto, el lejano origen de la idea de América Latina se transformó en un conflictivo

horizonte cultural entre los pueblos que habitan Abya Yala. Para América Latina –según el

proyecto cultural letrado latinoamericano o criollo mestizo- Abya Yala – para el proyecto

civilizatorio de los pueblos llamados indios- el siglo XX es el siglo de sus búsquedas, definición

o reafirmación. En el ámbito intelectual hegemónico, como demostramos en líneas anteriores, su

nombre mismo fue una respuesta al reordenamiento de la hegemonía intra e internacional. Entre

15

Vallieses define el indigenismo como: “el movimiento social, político, económico y cultural a favor del indio que tuvo sus
manifestaciones más acentuadas en los países andinos en las décadas de los años veinte y treinta del presente siglo” ( Vallieses,
336).

16

Para Mirko Lauer, de quien tomo esta idea, el indigenismo como movimiento cultural representa lo que él denomina el

indigenismo 2.

38

otros, América Latina es el nombre que se impuso en medio de las tensiones geopolíticas y

culturales marcadas por las dos guerras mundiales. De cara a sus procesos políticos y culturales

internos, sin embargo, bajo el proyecto cultural que encarna América Latina se presenta los más

contradictorios procesos. A mi juicio, caracterizan y definen el horizonte de sus luchas en el

siglo XX: a) el peso de las herencias coloniales y las consecuentes relaciones de saber/poder

arrastradas históricamente que definen una situación de colonialidad -para tomar conceptos de

Mignolo y Quijano-, que se expresa en la vigencia de redes de prejuicios raciales, de un crudo

evolucionismo y los sueños nacionalistas, b) el deseo de modernización al estilo europeo

inspirados en los destellos de las corrientes políticas, científicas y artísticas venidas de mar

allende, enfrentadas a c) la resistencia cultural (pacífica o violenta) y a la creciente emergencia

política de la abrumadora mayoría de una población minorizada y sometida al colonialismo de un

pan-nacionalismo latinoamericanista y a sus múltiples expresiones. El proceso constitutivo de

nuestro continente y sus debates fundamentales no pueden ser entendidos sin el reconocimiento

de su carácter colonial: su modernidad tiene una dimensión histórica colonial.17

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->