Manuel Rodríguez.

Autores: Ricardo Cáceres. Fabián Rodríguez.

Santiago de Chile, 07 de diciembre 2010.

índice. Abstract Resumen Introducción Desarrollo Conclusión Bibliografia Enlaces Web

Abstract Manuel Javier Rodríguez Erdoíza (Santiago, on February 24, 1785 - Tiltil, on May 26, 1818) was a patriot who realized innumerable actions in pursuit of the independence of Chile, since, attorney, politician, guerrilla and then Chilean military man, he is considered to be one of the principal managers and participants of the process of independence of Chile. During the named Native Old phase, he was the Secretary of the Treasury and of defense of the government of Jose Michael Carrera, in addition his personal secretary, and to sorrow that there had different and serious misunderstanding, always they took again his friendship, fellowship and work as a whole, because of it was the person with whom Career governed narrower.

Resumen Manuel Javier Rodríguez Erdoíza (Santiago, 24 de febrero de 1785 - Tiltil, 26 de mayo de 1818) fue un patriota que realizó innumerables acciones en pos de la independencia de Chile, como, abogado, político, guerrillero y luego militar chileno, es considerado como uno de los principales gestores y participes del proceso de independencia de Chile. Durante la fase denominada Patria Vieja, fue ministro de hacienda y de defensa del gobierno de José Miguel Carrera, además su secretario personal, y a pesar que tuvieron varios y graves desencuentros, siempre retomaron su amistad, camaradería y trabajo en conjunto, por eso fue la persona con quién Carrera gobernó más estrechamente.

Introducción. En el periodo de la Reconquista española, en que gobernó el bando monarquista, su labor como guerrillero, espía y principal figura de la resistencia independentista en Chile lo transformó en mito y leyenda popular. Tras la victoria independentista de Chile, en la Batalla de Chacabuco, durante la Patria Nueva, Rodríguez conspiró más de una vez para deponer del cargo de Director Supremo a Bernardo O'Higgins. Reapareció en la escena pública tras el Desastre de Cancha Rayada, asumiendo brevemente en Santiago como Director Supremo Interino, para evitar el desbande general de la causa patriota. Tras dejar su puesto, una vez que se supo que O'Higgins no había muerto, y luego de la victoria en la Batalla de Maipú, fue apresado por O'Higgins. Durante su traslado fue detenido y custodiado por soldados, siendo asesinado a mansalva de un balazo en la espalda en las cercanías de Tiltil, mientras se encontraba trasladándose a la cárcel de Quillota.

Desarrollo Su padre fue el peruano Carlos Rodriguez de Herrera y Zeballos, oriundo de Arequipa, según lo consigna su propio testamento. Arribó a Chile alrededor de los 26 años, en 1780, como secretario de un importante emisario español de las aduanas reales de Lima, luego permaneció trabajando en dicha institución como funcionario público, haciendo carrera como funcionario de la corona y alcanzando el cargo de director de Aduanas de la Gobernación de Chile. Sin ser un hombre acaudalado, pero gracias a la dote de su esposa que era viuda y su vida de tesonero y abnegado trabajo, pudo entregar un buen pasar a su familia. Aunque con mucha austeridad, educó a sus cuatro hijos, y uno de ellos, vástago de su esposa de matrimonio anterior, en el mejor colegio de Chile de la época, el Convictorio Carolino, del que obviamente fue alumno Manuel. Su madre, Maria Loreto De Erdoíza y Aguirre, era una criolla de elevada posición social, descendiente por su madre de los primeros conquistadores y emparentada con las más prominentes familias coloniales. Era hija del acaudalado comerciante vasco Juan de Erdoíza y Olaguibel, y sobrina directa del Marqués de Montepío, Nicolás de Aguirre, prominente realista, el cual era hermano de su madre. Doña Loreto tenía fuerte raigambre vasca por su madre y su padre. Antes de su unión con Carlos Rodríguez, se había casado en primeras nupcias con Lucas Fernández de Leiva, adinerado comerciante español, del que enviudó prematuramente, dejado solo un hijo, llamado Lucas Fernandez de Leiva y Erdoiza, el cual fue medio hermano de los Rodríguez Erdoíza. Carlos Rodríguez, aún cuando provenía de una tradicional familia Arequipeña (Perú) no tenía fortuna, sin embargo tenía educación y un buen trabajo. La familia Rodríguez Erdoiza, era de jerarquía, educada y culta, además se relacionaba con la sociedad y la élite de la época; sin embargo tenían la siempre presente estrechez económica, por lo que se decía que eran "aristócratas pobres" razón por lo que veían seriamente limitados en su convivencia con sus pares sociales. La familia vivía del siempre insuficiente sueldo de un funcionario público, complementado por la herencia recibida de su esposa, por lo que los hermanos Rodriguez Erdoiza siempre se

sintieron algo disminuidos en su relación con la gente de sociedad con que se relacionaban. Este hecho, se marcó a fuego en su mente, por lo que se fraguó su persistente rebeldía y rechazo de Manuel Rodríguez contra el orden establecido que a todas luces era de la mayor injusticia ya que no tomaba en cuenta para nada la meritocracia, es decir el mérito, ya fuera en los estudios o trabajo, solo existía un sistema de castas inalterable, a la cabeza de ella, siempre figuraban los peninsulares (nacidos en España), luego los criollos de fortuna, mas atrás una pequeña clase media educada a medias, y finalmente el pueblo, sometido a la más soberana ignorancia y pobreza. La enorme e imponente casa, actualmente en el lugar que ocupa el Banco Central de Chile y en la que vivieron siempre los hermanos Rodríguez Erdoíza, era una herencia dejada por el primer marido de Doña Maria Loreto. Dicha casa poseía numerosas habitaciones, patios, y salones. Sin embargo, se respiraba un ambiente de mucha austeridad y de estrechez económica, ya que contaban con muy pocos sirvientes además de mínima vida social, comparado con otras familias de alcurnia en las que abundaban una larga corte de personas a su servicio, tales como cocineras, cocheros niñas de mano y en muchas familias los esclavos,que en todo caso solo realizaban labores de la casa, siendo muy diferente su naturaleza a la esclavitud de los países mas al norte,aunque en ambos casos carecían de su libertad como hombres, pero su calidad de vida, era infinitamente superior en Chile.

Manuel Rodríguez cursó sus primeros estudios en el aristocrático y exclusivo colegio Convictorio Carolino de Santiago, pagado a medias por su padre y también con ayuda de becas. Allí Manuel fue compañero y el mejor amigo de otro futuro prócer independentista, José Miguel Carrera, y además de todos los jóvenes que serían los que provocarían la independencia y posteriormente gobernarían los destinos de Chile en los primeros años de la república. Mientras el hogar familiar de los Rodríguez se ubicaba en la esquina suroriente de la intersección de las actuales calles Morandé y Agustinas, la casa de los Carrera se encontraba en la esquina sur poniente, sobre la actual Plaza de la Constitución, razón por lo cual desde su infancia, y luego en el colegio, fueron amigos entrañables.

Rodríguez siguió sus estudios superiores de Derecho en la Real Universidad de San Felipe, recibiendo su doctorado de leyes en 1804. Ejerció la profesión posteriormente como

procurador del Cabildo de Santiago, pero no habría podido titularse, según la explicación tradicional, debido que a que el sistema colonial de privilegios relativos al lugar de nacimiento (España o América), lo postergó frente a otros estudiantes con mayores influencias y nacidos en la península,[1] versión que no es consistente con el hecho de que Joaquín Fernández de Leiva y Erdoíza, medio hermano y tutor de Rodríguez, era vicerrector de la misma universidad.[2] Los tres hermanos Rodríguez Erdoíza: Manuel, Carlos y Ambrosio, más su medio hermano, Joaquín Fernández de Leiva, estudiaron derecho. Joaquín Fernández de Leiva y Erdoíza, quien el mayor de todos y medio hermano de los Rodríguez Erdoíza, era el hijo del primer matrimonio de la madre con el comerciante español Lucas Fernández de Leiva, Joaquín tuvo una exitosa carrera como magistrado, llegando a ser diputado representante de Chile en las Cortes de Cádiz en 1810,y luego miembro de la corte Virreinal en Lima, falleciendo en esa ciudad por 1814. El Tomó como protegidos a sus hermanastros Manuel y Carlos, animándolos a seguir estudios en abogacía.[2] Mientras Manuel participaba en las últimas convulsiones de la Patria Vieja, Joaquín figuraba como miembro de la corte virreinal limeña, en calidad de oidor de la Real Audiencia de Perú, hasta que murió muy joven en 1814. Carlos Rodríguez Erdoíza, por su parte, tuvo una dilatada carrera política durante los primeros años de la independencia. En 1814, José Miguel Carrera lo nombró secretario (ministro) de Guerra. Más adelante, durante la llamada Organización de la República, alcanzó el cargo de diputado, Ministro de Gobierno y Relaciones e integrante de la Corte Suprema. En 1833, exiliado en Lima, mantuvo una ácida polémica de prensa con Bernardo O'Higgins acerca del asesinato de su hermano Manuel, responsabilizándolo del crimen. Por su parte, Ambrosio Rodríguez Erdoíza, también estuvo involucrado en el proceso de independencia, llegó a ejercer como intendente de Chillán. Los 3 hermanos Rodríguez Erdoíza fueron compañeros de luchas políticas, participando durante la Patria Vieja principalmente en el bando carrerino. No obstante, existió un temporal distanciamiento entre los Rodríguez y los Carrera, en enero de 1813, cuando Manuel y Carlos fueron acusados de complotar contra la junta presidida por José Miguel Carrera. La situación reinante entre 1810 y 1811 era de un gobierno dirigido por una Junta Nacional, presidida por Mateo de Toro Zambrano y Ureta, Conde de la Conquista, y compuesta por notables criollos aristócratas de la capital chilena. En los primeros meses de 1811 las ideas

revolucionarias fueron ganando terreno, enfrentándose a las ideas reformistas de los criollos aristocráticos. Pronto la Junta, que gobernaba en nombre de Fernando VII, fue convirtiéndose en un órgano de gobierno nacional dispuesta a resistir el retorno de la dominación española. En este entorno, José Miguel Carrera, quien con 25 años retornaba de luchar contra la invasión napoleónica en España, se transformó en el caudillo más popular de Chile por sus ideas radicales y progresistas. El 4 de septiembre de 1811, Carrera, secundado en lo militar por sus hermanos Juan José y Luis, llevaron a cabo un golpe de Estado y formaron una junta de cinco miembros, compuesta por Juan Enrique Rosales, Juan Mackenna, Juan Martínez de Rozas, Calvo de Encalada y Gaspar Marín, quedando como Presidente del Congreso Nacional el sacerdote Joaquín Larrain. Así, se adueñaron del Poder Ejecutivo y del Legislativo y emprendieron una serie de reformas de todo orden. Es en este golpe de Estado cuando Rodríguez pierde su puesto de Procurador de la ciudad de Santiago, pues así lo "exigía el pueblo" en sus demandas. Este desplazamiento es seguramente atribuible a las rencillas que habrían tenido Carlos Correa de Saa (uno de los líderes intelectuales del movimiento) con el padre de Manuel, Carlos Rodríguez.[3] El 15 de noviembre de 1811, Carrera llevó a cabo el reemplazo de la Junta de Gobierno por una compuesta de tres miembros, que gobernó entre 1811 y 1813. Durante 1812 la Junta realizó una labor que señalaba los progresos de la emancipación. Se imprimió la Aurora de Chile, cuyo primer director fue fray Camilo Henríquez González con la colaboración de Manuel de Salas, Antonio José de Irisarri y el Doctor Bernardo Vera y Pintado. Asimismo, se entablaron relaciones con los Estados Unidos de América, cuyo gobierno envió al representante comercial, con el título de Cónsul, Joel Roberts Poinsett. Se diseñó la bandera de la Patria Vieja y el Reglamento Constitucional Provisorio de 1812, documento precursor de la Constitución política, confeccionado y redactado por el abogado Manuel Rodríguez. Por otro lado, Rodríguez, en calidad de secretario de Carrera, ofició como una especie de Ministro del Interior de la actualidad. En ese periodo, ambos tuvieron algunos desencuentros graves, que debido al tenso clima político llevaron a Rodríguez a la cárcel, pero finalmente los problemas se aclararon y siguieron gobernando en comunión. En 1813, el virrey José Fernando de Abascal, que veía a Carrera actuar como si Chile fuera

independiente, envió una primera expedición al mando del brigadier español Antonio Pareja. Ante esta amenaza, el Senado, aplicando un artículo constitucional, suspendió la Constitución y reorganizó la Junta de Gobierno, siendo Carrera designado General en Jefe del Ejército, con la misión de defender la línea del río Maule. También se declaró la libertad de imprenta, se fundó el Instituto Nacional y se creó la Biblioteca Nacional, cuyo primer director fue Manuel de Salas. Además se decretó la nacionalización para extranjeros y españoles que respetasen la nueva institucionalidad del Estado, se creó el Ministerio de Relaciones Exteriores, se reestructuró el Ejército, creando los primeros cuarteles militares y se expropiaron 3 millones de pesos de la época a los potentados para cubrir gastos fiscales. El 3 de mayo de 1814, los criollos, liderados por el director supremo Lastra y el ejército español, firmaron el Tratado de Lircay. Pero el Virrey Abascal ignoró el tratado y mandó una nueva expedición. Como consecuencia, fue planeada una batalla en la plaza de Rancagua, la que terminó en una derrota, en lo que se conoce como el Desastre de Rancagua del 1 y 2 de octubre. Acto seguido, el gobierno pasó a manos del Brigadier Mariano Osorio que gobernó entre 1814 y 1815, iniciando el periodo de la Reconquista, que duró entre 1814 y 1817. En este periodo se cometieron hechos sangrientos en la cárcel de Santiago en donde se asesinaron a los independentistas allí detenidos por orden del Capitán Vicente San Bruno, jefe del Regimiento Los Talaveras de la Reina.

Conclusión

La situación reinante entre 1810 y 1811 era de un gobierno dirigido por una Junta Nacional, presidida por Mateo de Toro Zambrano y Ureta, Conde de la Conquista, y compuesta por notables criollos aristócratas de la capital chilena. En los primeros meses de 1811 las ideas revolucionarias fueron ganando terreno, enfrentándose a las ideas reformistas de los criollos aristocráticos. Pronto la Junta, que gobernaba en nombre de Fernando VII, fue convirtiéndose en un órgano de gobierno nacional dispuesta a resistir el retorno de la dominación española. En este entorno, José Miguel Carrera, quien con 25 años retornaba de luchar contra la invasión napoleónica en España, se transformó en el caudillo más popular de Chile por sus ideas radicales y progresistas. El 4 de septiembre de 1811, Carrera, secundado en lo militar por sus hermanos Juan José y Luis, llevaron a cabo un golpe de Estado y formaron una junta de cinco miembros, compuesta por Juan Enrique Rosales, Juan Mackenna, Juan Martínez de Rozas, Calvo de Encalada y Gaspar Marín, quedando como Presidente del Congreso Nacional el sacerdote Joaquín Larrain. Así, se adueñaron del Poder Ejecutivo y del Legislativo y emprendieron una serie de reformas de todo orden. Es en este golpe de Estado cuando Rodríguez pierde su puesto de Procurador de la ciudad de Santiago, pues así lo "exigía el pueblo" en sus demandas. Este desplazamiento es seguramente atribuible a las rencillas que habrían tenido Carlos Correa de Saa (uno de los líderes intelectuales del movimiento) con el padre de Manuel, Carlos Rodríguez.[3] El 15 de noviembre de 1811, Carrera llevó a cabo el reemplazo de la Junta de Gobierno por una compuesta de tres miembros, que gobernó entre 1811 y 1813. Durante 1812 la Junta realizó una labor que señalaba los progresos de la emancipación. Se imprimió la Aurora de Chile, cuyo primer director fue fray Camilo Henríquez González con la colaboración de Manuel de Salas, Antonio José de Irisarri y el Doctor Bernardo Vera y Pintado. Asimismo, se entablaron relaciones con los Estados Unidos de América, cuyo gobierno envió al representante comercial, con el título de Cónsul, Joel Roberts Poinsett. Se diseñó la bandera de la Patria Vieja y el Reglamento Constitucional Provisorio de 1812, documento precursor de la Constitución política, confeccionado y redactado por el abogado Manuel Rodríguez. Por

otro lado, Rodríguez, en calidad de secretario de Carrera, ofició como una especie de Ministro del Interior de la actualidad. En ese periodo, ambos tuvieron algunos desencuentros graves, que debido al tenso clima político llevaron a Rodríguez a la cárcel, pero finalmente los problemas se aclararon y siguieron gobernando en comunión. En 1813, el virrey José Fernando de Abascal, que veía a Carrera actuar como si Chile fuera independiente, envió una primera expedición al mando del brigadier español Antonio Pareja. Ante esta amenaza, el Senado, aplicando un artículo constitucional, suspendió la Constitución y reorganizó la Junta de Gobierno, siendo Carrera designado General en Jefe del Ejército, con la misión de defender la línea del río Maule. También se declaró la libertad de imprenta, se fundó el Instituto Nacional y se creó la Biblioteca Nacional, cuyo primer director fue Manuel de Salas. Además se decretó la nacionalización para extranjeros y españoles que respetasen la nueva institucionalidad del Estado, se creó el Ministerio de Relaciones Exteriores, se reestructuró el Ejército, creando los primeros cuarteles militares y se expropiaron 3 millones de pesos de la época a los potentados para cubrir gastos fiscales. El 3 de mayo de 1814, los criollos, liderados por el director supremo Lastra y el ejército español, firmaron el Tratado de Lircay. Pero el Virrey Abascal ignoró el tratado y mandó una nueva expedición. Como consecuencia, fue planeada una batalla en la plaza de Rancagua, la que terminó en una derrota, en lo que se conoce como el Desastre de Rancagua del 1 y 2 de octubre. Acto seguido, el gobierno pasó a manos del Brigadier Mariano Osorio que gobernó entre 1814 y 1815, iniciando el periodo de la Reconquista, que duró entre 1814 y 1817. En este periodo se cometieron hechos sangrientos en la cárcel de Santiago en donde se asesinaron a los independentistas allí detenidos por orden del Capitán Vicente San Bruno, jefe del Regimiento Los Talaveras de la Reina.

Enlaces Web http://www.memoriachilena.cl/temas/index.asp?id_ut=manuelrodriguezerdoiza %281785-1818%29 • • http://es.wikipedia.org/wiki/Manuel_Rodr%C3%ADguez http://es.wikipedia.org/wiki/Manuel_Rodr%C3%ADguez

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful