Ahora bien, no quiero que s s yo. Quiero que s s TÚ. Comienza por ser honesto contigo mismo.

El que ame menos controla la relación. Si quieres controlar la relación, ¡no te enamores de ella tan rápido! No lances la pelota a su cancha. Controla la pelota el rato. Y tienes que ser implacable²no puedes permitirte el lujo de ser perezoso. Ahora, de vez en cuando, y especialmente al aprender a desarrollar esta actitud, una mujer te dirá que te quiere. Si respondes ´yo también te quieroµ entonces ¡estás jodido!

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful