You are on page 1of 2

El Planeta Tierra:

• ¿Qué es eso del Planeta Tierra?

Es el ser vivo más gigantesco del universo. El hombre, en comparación, es diminuto, pero con
la misma saña que un piojo en cuero cabelludo.

Planeta tierra tiene, al igual que cualquier ser vivo:

- Un Sistema Circulatorio: los ríos, que limpian, alimentan y dan vida gracias a su sangre,
EL AGUA, fluido vital.
- Un Corazón ardiente: como es el Centro de la Tierra, según se demuestra con los
volcanes, géiseres, terremotos, etc.
- Un Riñón: el manto de TIERRA, que filtra las impurezas.
- Un Sistema Respiratorio: donde LOS BOSQUES son el pulmón y la atmósfera su Tórax.
- Unos Sentidos: pues, al igual que muchos animales o plantas, puede oír, ver, tocar, oler y
gustar.
- Un Aparato Digestivo: los MARES Y OCÉANOS, que transforman, digieren y
distribuyen la mayor parte del alimento que circula por el Planeta.
- Sentimientos y Estados de Animo: tempestades, cuando está de mal humor, buen tiempo
cuando se siente alegre y se enamora en primavera; se entristece en Otoño, etc.
- Enfermedades: CONTAMINACIÓN, agujero de Ozono, desertización y deforestación,
efecto invernadero, lluvia ácida, y un gran problema un cáncer llamado, el Hombre, su
civilización y su tecnología.
- Dos frigoríficos incorporados: el Polo Norte y el Polo Sur, que en este caso corresponden
a las partes más frías del cuerpo humano..... los pies.
- Una gran Inteligencia y Alma a la vez. ¿Cuál puede ser el nombre de esa inteligencia
suprema, de esa alma madre?..... la respuesta es evidente: La NATURALEZA.

• La Biodegradación.

Producto o elemento ORGÁNICO es aquel que está constituido por sustancias procedentes
de organismos vivos, ya sean animales o vegetales.
La BIODEGRADACIÓN, a la que también se conoce por Descomposición, consiste en la
destrucción de un elemento orgánico, gracias a la acción de bacterias y otros
microorganismos, que transforman la sustancia compleja que lo forma en componentes
sencillos, habitualmente presentes en el Medio Ambiente. Como son el Dióxido de Carbono
(CO2), Agua (H2O) y Amoniaco (NH3).
Aunque, la mayoría de los elementos presentes en la Naturaleza son biodegradables, existe
un gran número de sustancias introducidas por el Hombre que no lo son, por ejemplo los
pesticidas, los metales pesados (mercurio entre otros), los herbicidas, los plásticos, etc.
Estos productos tóxicos persistentes entran en las cadenas tróficas o alimentarias de los
ecosistemas naturales, desencadenando una acumulación biológica de toxinas peligrosa
para la vida.

Los detergentes constituyen un caso a estudiar aparte. Su gran difusión en el uso doméstico
e industrial y su nula o escasa degradación natural, tienen una gran repercusión en la
contaminación de las aguas y una alta responsabilidad en la mortandad de peces y seres
acuáticos. Uno de los más claros ejemplos del uso irresponsable de los detergentes y de las
consecuencias negativas que provoca, es su aplicación masiva como dispersantes para
limitar los efectos de las mareas negras. Estas actuaciones causan estragos en la fauna y la
flora marinas, todavía mayores que los causados por el petróleo que están encargados de
combatir.

Con el fin de limitar la peligrosa acumulación de productos no degradables en los


ecosistemas y su influencia en la salud de los seres que los integran, se exploran
actualmente dos lineas de investigación: la selección de bacterias y microbios capaces de
atacar moléculas no biodegradables y la experimentación con nuevos materiales
biodegradables, diseñados para sustituir las funciones y usos de los no degradables, por
ejemplo: un nuevo tipo de plástico, con las características tradicionales de este material,
pero con la capacidad de descomponerse totalmente.