P. 1
Pago de Lo Indebido

Pago de Lo Indebido

|Views: 6|Likes:
Published by Sandra Duarte

More info:

Published by: Sandra Duarte on Oct 31, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

02/03/2015

pdf

text

original

Pago indebido CONCEPTO Y PRINCIPIO APLICABLES.

— Cuando se paga algo que no se debe, la ley concede a quien pagó el derecho de repetir lo pagado. Es una solución de elemental equidad, fundada en el principio general de que nadie puede enriquecerse sin causa a costa de otro. El pago sin causa se rige por los principios generales relativos al enriquecimiento sin causa.

809. DIFERENTES CASOS.— Los jurisconsultos romanos, aficionados a las sutilezas jurídicas, distinguieron tres hipótesis de pago indebido: el pago por error, el pago sin causa y el pago hecho por una causa ilícita o contraria a las buenas costumbres.

Esta distinción ha pasado sin mayor análisis a algunas legislaciones modernas, entre ellas nuestro propio Código. Es, en verdad, enteramente inútil. En el fondo, no es sino una clasificación de los distintos motivos por los cuales una persona puede pagar algo que no debe. Pero en todas el problema jurídico es idéntico: el pago realizado sin causa jurídica válida. Y, naturalmente, los efectos son iguales en todos los casos.

B.— PAGO SIN CAUSA HECHO POR ERROR :EL ART. 784 .— Dispone este artículo que el que por un error de hecho o de derecho, se creyere deudor, y entregare alguna cosa o cantidad en pago, tiene derecho a repetirla del que la recibió.

Según la opinión corriente (ver nota 1) debe tratarse de un error excusable, pues éste es el único error que puede dar lugar a la nulidad del acto, según el art. 929 . A nuestro juicio, esto no es sino una expresión más de la confusión que reina en torno a la teoría del error. Se parte de la creencia de que el fundamento de la nulidad de pago es el error. Pero no es así. El único fundamento de la repetición es el principio de que nadie puede enriquecerse sin causa a costa de otro. Es por ello que no importa que el error sea de hecho o de derecho, excusable o no. Más aún, no importa que exista o no error. Esto resulta claro del art. 792 , que concede la acción de repetición del pago sin causa, haya habido o no error. Lo que interesa es que se pagó lo que no se debe. Si el art. 784 alude al error, es porque se propone puntualizar que no es repetible el pago realizado a designio por quien no es deudor; en tal caso, en efecto, habría una liberalidad, un acto realizado animus donandi. La palabra pago disimularía una donación. Es lógico, pues, que tal cosa o cantidad no pueda repetirse de quien la recibió. Pero si no hay tal animus donandi, si el pago se hizo porque el solvens se creía deudor, entonces la repetición procede. No porque haya mediado error, sino por falta de causa (ver nota 2).

Un ejemplo demuestra palmariamente nuestro aserto. y el deudor pagase al acreedor. en la condición resolutoria. o bien que se hubiese pagado una cosa de la especie prometida. la obligación tiene plena vigencia desde el acto y sólo cesa o. le paga a Pedro en vez de a Juan. b) Si la obligación fuese de dar una cosa cierta. se pagasen todas las cosas comprendidas en la alternativa. c) Si la obligación fuese de dar una cosa incierta. pues hasta el cumplimiento de ésta no existe obligación. En cambio. La cosa entregada no es debida. pero si luego el deudor quisiera repetirlo de Pedro para pagarle a Juan (que es el acreedor exigente y peligroso). en cuyo caso hay típico pago indebido. Supongamos que una persona tiene dos acreedores. Se ha pagado por error.— El art. mejor dicho. de ahí que quepa la repetición. En tal supuesto no hay pago sin causa ni derecho a la repetición. En este supuesto. por error. CASOS EN QUE PROCEDE LA REPETICIÓN DEL PAGO. no podría hacerlo porque el pago tiene causa. 2) Que siendo la obligación alternativa. y el deudor pagase antes del cumplimiento de la condición (inc. . pero se ha pagado una obligación que tiene causa. Aquí puede ocurrir que el deudor hubiese pagado una cosa que no estaba dentro de la especie prometida. entregándole una cosa por otra (inc. El pago ha sido hecho por error. en otras palabras. pero éste. Juan y Pedro. Este inciso comprende dos situaciones distintas: 1) Que siendo la obligación de dar cosa incierta. Pero Juan tiene título ejecutivo. Esto explica también porqué el pago de una obligación natural. La ley se refiere obviamente a la condición suspensiva. y sólo determinada por su especie. Ante las exigencias de Juan. es más comprensivo y no urge el pago. 3º). hecho por una persona en la creencia errónea de que le era exigible. el deudor reúne penosamente la cantidad debida y se la envía con un empleado. el deudor la pagase como de dar cosa cierta. el deudor debe designar la cosa que quiere pagar y puede repetir las restantes (ver nota 3). 790 enumera distintas hipótesis en que procede la repetición del pago realizado por error: a) Si la obligación fuese condicional. o si fuese la obligación alternativa y el deudor pagase en la suposición de estar sujeto a una obligación de dar una cosa cierta. Pedro. o entregando al acreedor todas las cosas comprendidas en la alternativa (inc.000. en cambio. es un acreedor intolerante que amenaza con la ejecución o con el pedido de quiebra. queda resuelta si la obligación se cumple. 2º). es obvio que el derecho de repetición se limita a las cosas que no se deben. no puede ser repetido. a cada uno de los cuales debe $ 20. 1º). Basta con ello para hacerlo irrepetible.

ha tenido causa. La contradicción fue eliminada por la ley 17711 <>. como ocurre si media ejecución y se paga bajo protesta (ver nota 6). diremos que se trata de pago hecho con una causa jurídica y por tanto irrepetible. 571 . 515 . 4º). no se puede decir que el pago carezca de causa. o si hace el pago también bajo protesta para liberar una certificación de deudas por impuestos con el objeto de escriturar (ver nota 7). Esta enunciación no es limitativa. como pagó otra cosa que la que él hubiera elegido. siempre que se paga algo a una persona que no es el acreedor o que no es lo debido. o el pago realizado por quien se cree deudor y no lo es. debe tratarse de un pago espontáneo (ver nota 5). que da al problema la solución adecuada: el pago. 5º). Se trata de una obligación natural. inc. f) Si la obligación fuese divisible o simplemente mancomunada. incs. por consiguiente debe ser válido e irrepetible (ver nota 4). 791 . no habrá error esencial ni procede la repetición: a) Cuando la obligación fuere a plazo y el deudor pagase antes del vencimiento del plazo (inc.3). 571 . cuyo título era nulo o anulable por falta de forma o vicio en la forma (inc. 5º). Ya sabemos que las obligaciones simplemente mancomunadas se dividen en tantas obligaciones como deudores haya y que cada deuda es independiente de la otra. Si se paga la parte de otro. que dio una nueva redacción al art. c) Cuando se hubiese pagado una deuda. 791 . aunque medie . d) Cuando se pagare una deuda. 6º). Pero para que lo sea. pero la hizo el acreedor.d) Si la obligación fuese alternativa compitiendo al deudor la elección. Como ejemplo puede citarse el pago a quien se cree que tiene poderes suficientes del acreedor para recibir el pago y no es así. la deuda existe. que no hubiese sido reconocida en juicio por falta de prueba (inc. no lo es si ha sido hecho inducido por dolo o violencia o si es el resultado de una presión que lo obliga a pagar. Como en el supuesto de las deudas prescriptas. y el deudor pagase prestando un hecho por otro o absteniéndose de un hecho por otro (inc. También aquí hay pago de lo que no se debe. b) Cuando se hubiere pagado una deuda que ya se hallaba prescripta (inc. ha pagado lo que no debía. y él hiciese el pago en la suposición de corresponder la elección al acreedor (inc. e) Cuando se pagare una deuda cuyo pago no tuviere derecho el acreedor a demandar en juicio. la repetición es improcedente. 2º).— Según el art. aunque realizado por error sobre la existencia de plazo pendiente. El fundamento de la ley es el siguiente: la elección correspondía al deudor. se está pagando algo que no se debe. y el deudor la pagase en su totalidad como si fuese solidaria (inc. 1º. que autorizaba la repetición cuando el pago había sido hecho en la ignorancia de que existía plazo. Por consiguiente. 2º a 5º. hay pago sin causa y derecho a repetir. 1º). Esta disposición era contradictoria con el art. para hacerlo concordar con el art. La repetición es procedente. CASOS EN QUE NO PROCEDE LA REPETICIÓN. según este Código (inc. Estos incisos son supuestos de obligaciones naturales y corresponden a los enumerados en el art. e) Si la obligación fuese de hacer o de no hacer.

debe equipararse a la destrucción del título el hecho de que el acreedor haya dejado transcurrir el plazo de la prescripción o haya omitido renovar la inscripción de la hipoteca o devuelto la prenda (ver nota 8).— Puede ocurrir que pagada la deuda por un tercero que se creía deudor y no lo era.error del pagador. si la paga (ver nota 9). lo que funda la repetición. a nuestro entender se trata de un supuesto de subrogación. Cuando el título ha sido destruido. haya destruido el título de la obligación. PAGO POR TERCERO Y DESTRUCCIÓN DEL TÍTULO DE LA DEUDA. para otros la acción in rem verso (ver nota 15). es evidente que igual solución corresponde admitir en el supuesto de que él haya entregado el título al pagador y sea éste quien lo ha destruido. en donde hemos dado las razones que nos mueven a reconocer la subrogación en esta hipótesis. a causa de su legítima confianza en el pago hecho por el tercero. Remitimos al nº 796. cuando es demandado por repetición por quien le pagó por error (ver nota 10). De igual modo. por consiguiente. Aunque la ley sólo prevé el supuesto de destrucción por el acreedor. No basta para considerar al acreedor como de mala fe el hecho de saber que el pagador era un tercero. no hay repetición. Una prueba más de que no es el error sino la falta de causa. O como la buena fe se presume. . cuando no lo estaba. Aquí hay una liberalidad: se paga a conciencia la deuda de otro. Se discute la naturaleza de esta acción. corresponde a quien repite el pago ofrecer el título que permitirá al acreedor cobrarlo de su verdadero deudor. satisfecho en su crédito. f) Cuando con pleno conocimiento se hubiere pagado la deuda de otro (inc. bien las garantías de pago. el tercero que pagó lo que no debía no puede ya repetir lo pagado (art. Sólo el acreedor que ha destruido el documento de buena fe (es decir. 785 ). porque eso significaría exponer al acreedor a quedar en la situación de no poder cobrar su crédito. si el verdadero deudor reconoce la deuda. Al acreedor le corresponde la prueba de la destrucción si es él mismo quien la ha llevado a cabo (ver nota 11). El pago tiene por causa el animus donandi. producida ésta. 6º). pero si alega que el documento fue destruido por el pagador. En tal supuesto. le bastará con la prueba de que se lo entregó. que se creía obligado a pagar. La caducidad de la acción de repetición es una defensa que hace valer el acreedor. Para algunos autores es la acción derivada de una gestión de negocios (ver nota 14). o más aún. puesto que los terceros pueden pagar la deuda de otro. el acreedor. la prueba de la mala fe corresponde a quien la invoca . al pagador sólo le queda una acción contra el deudor originario. ignorando que el tercero lo pagaba por error) puede oponer esta defensa a la acción de repetición (ver nota 12). lo esencial para calificarlo así es que supiera que el pagador creía que pagaba una obligación propia. Claro está que la destrucción del documento no impediría la repetición. En todos estos casos el acreedor ha perdido bien su acción.

(nota 3) De acuerdo: GALLI. t. t. En contra. J. Civil 1ª Cap. A. t. OTROS SUPUESTOS DE PAGO SIN CAUSA PAGO SIN CAUSA PROPIAMENTE DICHO. Por aplicación de esta norma. LLAMBÍAS.. 813. COLOMBO. nº 1556. 16/4/1947. J. en SALVAT. dice con razón COLMET DE SANTERRE. 916. 9ª ed.. 19/6/1933. El art. N. en SALVAT. SPOTA.— Se reputa sin causa (y por lo tanto repetible) el pago hecho en virtud de una obligación cuya causa fuere ilícita o contraria a las buenas costumbres (arts. La excusabilidad como requisito de lo pagado por error.. se ha declarado repetible lo pagado en concepto de alquileres cuando luego la Cámara de Alquileres fijó uno menor (ver nota 2). nº 1559. J. L.. J. Sala A. nº 1398. Civil Cap. L. nº 1556. SALVAT. Sería. A. REZZÓNICO. Trib. 24/12/1919.. 2ª La Plata. p. PLANIOL-RIPERT. 1163. 3. 2. Repertorio L. En la práctica. o lo entregado en concepto de garantía de la celebración de un contrato que luego de común acuerdo no se llevó a cabo (ver nota 3). Derecho Civil. t. J. Sup.. fallo nº 88. nota sobre el pago indebido y el error. 30/7/1948. 362. p. 27.. juzgando que el requisito de la excusabilidad no juega en lo atinente a la repetición del pago indebido: GALLI. íd. J. 64. p. 3. de pago realizado sin ninguna motivación. A. 29/6/1942. 2.. el codificador ejemplifica con la suma dada a título de dote en mira a un matrimonio legalmente imposible o que de hecho no se hubiera celebrado. t. Apel.. t. t.. A. es decir. nº 740. t.. es poco menos que imposible de concebir. L. a cuya realización se oponía un obstáculo legal. L. p. 60. 1113.. b. S. t. p.(nota 1) C. C. A. p. h. p. Civil 1ª Cap.. C. 43.933. 20/6/1928.. íd.795). o que fuese en consideración de una causa existente pero que hubiere cesado de existir. 42. L.. IV. 3. t. Obligaciones. A. El pago de lo indebido. 1110.. 48. t.. 939. L. L. 7. p. o que de hecho no se hubiese realizado. L. 9/9/1919. 713. p.. t. 15/10/1919. p. 793 brinda como supuestos de pagos hechos sin causa los realizados en consideración a una causa futura. Entre Ríos. p. Civil 2ª Cap. C. Parte General.— La hipótesis pura de pago sin causa. la falta de causa obedece siempre a dos razones: o el que pagó se creía deudor y no lo era (falta de causa por error) o la causa era ilícita o contraria a las buenas costumbres. A. nº 1679. C. p. PAGO HECHO POR CAUSA ILÍCITA... 500. 3. un acto de locura (ver nota 1). L. FORNIELES. (nota 2) De acuerdo: C. LLAMBÍAS. t. 991. Y en la nota respectiva. . 52. J. 16/5/1990. y fallos y autores citados en nota siguiente. t. 46.

no querida por la ley. Es cierto que de la solución de nuestro Código resulta beneficiado el que ha recibido un pago fundado en una causa ilícita o inmoral. ¿Qué ocurre si hubo torpeza de ambas partes? Este problema ha sido expresamente resuelto por nuestro Código. Los jueces no están para dirimir las querellas y los sucios negocios de la gente de mal vivir.Aquí el derecho de repetición se funda en la nulidad de tales obligaciones inmorales o ilícitas. 853. es muy dudoso que pueda traducirse en algún beneficio práctico. porque si no es para recobrar lo pagado. para evitar algo peor. pues no está bien que el Estado se convierta en socio del que procedió de manera inmoral. Pero así la disposición pierde su sentido moralizador. a pesar de que el pago ha tenido una causa inmoral. 1895). no haya torpeza de parte de quien pagó. bastará que éste lo haya hecho en virtud de una causa inmoral. 795 ). 794 in fine. negando la acción de repetición (arts. que. y 795). sin duda grave. pero ésta es una consecuencia desagradable. sino que se destinaría a un fin de bien común. que es oír en justicia a quien invoca su propia inmoralidad. Tal podría ocurrir si una persona paga a otra una suma de dinero para que no cometa un delito. la tolera. como puede ser la beneficiencia pública. allá él. pero el monto de lo pagado no sería reintegrado al que lo pagó. etcétera. En quien prometió e hizo el pago no hay torpeza ni inmoralidad: puede repetir aunque se haya cumplido el hecho o la omisión en virtud de la cual el pago se efectuó (art. el tesoro escolar. para negarle acción. Esta es la solución del Código portugués (art. Quien alega su propia torpeza no puede ser oído en justicia. en tanto que el cincuenta por ciento restante será recobrado por el interesado (art. Excepcionalmente puede ocurrir que. 1115/821 . Si de tales negocios alguno resulta perjudicado. Para que el pago sea irrepetible. Se ha propuesto una tercera solución. el pago viene a quedar sin causa jurídica válida. el Código mexicano ha seguido una solución híbrida: dispone que el cincuenta por ciento de lo repetido será destinado a beneficiencia pública. que obviaría el inconveniente. Esta solución ha sido objeto de vivas críticas. Por lo común. del beneficio que para el accipiens significa negar al pagador la acción de repetición: éste podría accionar en justicia. La crítica no nos convence. es necesario que haya torpeza en quien lo hizo. No puede pretender el amparo de la justicia quien obra de mala fe. nadie afrontará un pleito con los gastos y molestias consiguientes (ver nota 5). Aunque la idea tiene una inspiración noble. Se dice que hay manifiesta inmoralidad en consolidar los efectos de un acto inmoral y proteger a quien ha recibido un pago por esa causa (ver nota 4). Sin duda para obviar esta dificultad. 692) que el Proyecto de Reformas de 1936 propuso en su art. empero.

Una vieja y constante jurisprudencia de la Corte Suprema exige el requisito de la protesta como condición ineludible para tener abierta la acción (ver nota 8). si prefiere echar mano de la violencia o el engaño. pueden sintetizarse así: el pago es un acto voluntario. es un caso típico de pago hecho en virtud de una causa ilícita. Así. mediante violencias.821-822. si de todas maneras debe volver a pagar lo que repita. 792 ). Aquí el pagador debe lo que ha pagado. procede ilícitamente y debe devolver lo que se le pagó. A ello se ha agregado una razón práctica: la protesta tiene por fin informar al poder administrador de las razones por las cuales se impugna la legalidad del impuesto y advertirlo para que tome las medidas necesarias para mantener el equilibrio de las finanzas. si no se exterioriza por medio de la protesta la voluntad de no consentir el pago. Los fundamentos invocados para exigir este requisito. el interés jurídico del pagador en obtener la restitución es evidente. Ya no se trata aquí de un pago sin causa.— Es repetible el pago obtenido por medios ilícitos (art. éste debe considerarse definitivo. Parecería más lógico declarar firme el pago. que por ello mismo da acción de repetición al contribuyente. 1115/823 823. . REPETICIÓN DE IMPUESTOS ILEGALES. aunque se ponga al servicio de una causa lícita. El que ha obtenido el pago por tales medios debe empezar por devolver lo pagado. sin perjuicio de la responsabilidad civil y aun penal en que puede incurrir el autor del hecho ilícito (ver nota 6). Pero aunque esta solución tiene su lógica. nuestra ley ha preferido un sistema más drástico: el pago obtenido por medios ilícitos es siempre repetible. obligar a su deudor a que le pague: para ello tiene las vías legales. pues en verdad el pagador debía lo que pagó. La aplicación de esta solución no ofrece ninguna dificultad cuando se trata de obligaciones naturales o de obligaciones civiles de plazo no vencido. en estos casos. sino que es necesario evitar que las personas se hagan justicia por su propia mano. el acreedor no puede. luego podrá reclamar lo que se le debe. Menos clara es la hipótesis de obligaciones civiles de plazo vencido. PAGO OBTENIDO POR MEDIOS ILÍCITOS. y no se advierte cuál podría ser su interés jurídico en obtener la repetición. (ver nota 7)— El pago de impuestos que luego se declaran ilegales o inconstitucionales. La ley no quiere consentir los efectos legales de un procedimiento ilícito. Si no las utiliza.

t. aunque se ha considerado también suficiente la realizada inmediatamente después (ver nota 11). No es un acto formal. Menos convincente aún es el fundamento práctico derivado de la necesidad de que el Fisco pueda adoptar a tiempo medidas tendientes a evitar el desequilibrio de sus finanzas. una razón de simple conveniencia fiscal no puede prevalecer sobre el legítimo derecho del contribuyente (ver nota 9). (nota 1) COLMET DE SANTERRE. sin que sea necesario ampararlo con soluciones injustas y antijurídicas. puede ser hecha por escritura pública o por telegrama o en cualquier otra forma auténtica (ver nota 12). nº 47.Ninguno de estos fundamentos es convincente. 5. Si al pagar un impuesto se hace la protesta dejando a salvo que ella es comprensiva de los pagos ulteriores. Basta con esto para que la repetición proceda. Debe contener una mención explícita de la causa en virtud de la cual se considera ilegal o inconstitucional el impuesto (ver nota 15). No es necesaria la protesta cuando el pago se ha hecho en un juicio ejecutivo o de apremio (ver nota 19). Si el impuesto pagado es ilícito (por ser contrario a la Constitución Nacional o a otras leyes nacionales) se trata de un caso típico de pago sin causa. Es indispensable notificarla a la autoridad encargada de la percepción del impuesto (ver nota 13) o al gobierno provincial o nacional (ver nota 14). Como lo dijo la Suprema Corte de Buenos Aires. ha experimentado un enriquecimiento sin causa a costa del empobrecimiento del contribuyente. Sin contar con que el Fisco tiene una amplísima gama de recursos para equilibrar sus finanzas. siempre que se trate del mismo gravamen (ver nota 18). El Fisco. El Código Civil no exige otra cosa que la comprobación de la causa ilícita. La demanda de repetición no puede fundarse en otras causas que en aquellas que se mencionaron al hacer la protesta (ver nota 17). . no bastando con una mera expresión de disconformidad con él (ver nota 16). como consecuencia del pago. éstos no necesitan pagarse bajo protesta. la protesta debe ser anterior o simultánea al pago (ver nota 10). En principio.

5/9/1958. 612 y fallos citados en notas siguientes. En apoyo de la solución de nuestro Código. L. Sala III. 8. 4/5/1954. A. L. Devolución de impuestos. L. nº 1178. § 442. 13/7/1950. Paz Cap. t. nº 1614. La C. La Plata. N.. 1954-III. t. Civil Cap.. véase SALVAT.. LAFAILLE.. 45. 1. núms. 68.. nº 392. 132. c). p. J. AUBRY y RAU. L. 27/10/1898. (nota 3) Antigua C. MARCADE. t. 21/10/1952. (nota 5) Así lo hace notar DE GÁSPERI. 399. Buenos Aires. (nota 8) C. (nota 6) GALLI se pronuncia por esta solución. Civil Cap. t. p. 69. 60. nº 458.(nota 2) C. t. 1959-II. p.. En contra: C. Fallos. t. DEMOLOMBE. había mantenido permanente la solución contraria (véase sobre . (nota 7) BIBLIOGRAFÍA ESPECIAL: PÉREZ.. 31. (nota 4) BIBILONI. p.. J. nº 1619. 11. t. Apel. 431 y s... A. pero su párrafo no es claro y no se sabe si la propugna de lege ferenda o como interpretación de nuestro derecho positivo (véase su anotación a SALVAT. nota al art. 1371 del Anteproyecto. íd. S. 4. 1943. BAUDRY LACANTINERIE y BARDE. HUC. nº 1188 (aunque en definitiva propicia la solución del Proyecto de 1936). nº 316. p.

íd.. S.. Fallos. 29/11/1943. S. J... S. 229. p.todo el plenario del 19/10/1939. L. Acuerdos y Sentencias. S. L. A. A.. p. 614) hasta que en 1953 decidió uniformar su jurisprudencia con la de la Corte Suprema (plenario del 1/8/1953. t.. A. íd. 460). 1/12/1937. 12/4/1935. 67. 362. A.. t.. J. 22/5/1945. J.. N. S. L. L. 719. 16/11/1938. 17/10/1938. t. (nota 13) C. 199. J. J. 26/4/1939. t. J. 179. p.. (nota 14) C. t. íd. 5/9/1958. 162. p. p. serie 19.. A.. íd. F. p. p. 365. 64. p. t.. 16/11/1938. J.. 64. J. (nota 10) C. S. G. Corte Buenos Aires. 14.. p. t. 7/10/1931. N. p. t. 89 . N. A. t. íd. 362. (nota 15) C. 21/10/1940. 1959-II. t. 1944-I.. 30. L. 64.. 319. t. 8. íd. A. Fallos. N.. p. 29. 612. p. 20. L. 19/6/1944.. 60. 50... p. 712. p. t. N. (nota 11) C. . 71.. (nota 9) Sup. 14/11/1945. 529.. 24. N. (nota 12) C. A. t. p.

17/7/1946. (nota 19) C. p.. 1943-II.. L. estrictamente correspondería que el mandatario se dirigiera contra su mandante y éste contra el accipiens. 203. J.. S. 64. A.. t. A. íd. b) Cuando el mandatario queda responsable del pago hecho con dineros del mandante (ver nota 4). p. J. 351. 17/10/1938.. en que puede ser ejercida por el mandatario a su propio nombre: a) Cuando el pago se ha efectuado con dineros propios del mandatario. QUIÉN PUEDE EJERCER LA ACCIÓN DE REPETICIÓN.— La acción de repetición puede ser ejercida por el pagador y sus herederos.. 64. 1946-III. 69. p. 362. t. J. A. A. 504. S. 14. L. 362.. 16/11/1938. D.. así como también por sus acreedores por vía oblicua (ver nota 2). p. salvo las siguientes hipótesis. N. 7/4/1943. N. L. 498. N.. S.. A. sin perjuicio de su derecho de dirigirse contra el mandante si así lo prefiriera por razones de solvencia u otro motivo... L. J. Si el pago se hubiera hecho por medio de mandatario. p.. 28/4/1939. p. la acción corresponde al mandante. t.. p. 1/12/1941.(nota 16) C.— LA ACCIÓN DE REPETICIÓN (ver nota 1) 1115/824 824. Fallos.. t. (nota 18) C. 305. 16/11/1938. t. S. p. t. íd. 30/6/1939. . íd. 191. íd. 12. 302. para evitar este circuito de acciones se reconoce una acción directa al mandatario contra el accipiens (ver nota 3). N. J. (nota 17) C.

la acción debe dirigirse contra el accipiens. 1115/826 826. aunque no figure a su nombre (ver nota 6). a nombre de otra persona. debe dirigirse contra el mandante aunque el mandatario hubiere aprovechado personalmente lo recibido en pago (ver nota 8). el que pretenda la restitución de lo pagado debe probar: a) El pago. hay que distinguir: si la persona a cuyo nombre se pagó ratifica el pago. Esta exigencia de la prueba del error es una consecuencia de una concepción equivocada del pago sin causa. a menos que la persona a cuyo nombre hubiera recibido el pago ratificara lo actuado. Corresponde al Fisco demostrar la ilegitimidad de la tenencia de los recibos de pago (ver nota 7). Más aún: la prueba del error no debería exigirse ni siquiera en la hipótesis —que desde luego rechazamos— de que el error fuera esencial para la procedencia de la acción. Porque tratándose de un estado de ánimo puramente interno. En materia de impuestos. 1115/825 825. pero la prueba de él es irrelevante. pero sin mandato de ella.— Según la doctrina clásica. 3) El error (ver nota 10). PRUEBA DE LAS CONDICIONES DE LA ACCIÓN. la prueba de su existencia no será posible sino por . Si el pago hubiera sido hecho a un mandatario del supuesto acreedor. pues esta ratificación equivale a mandato (ver nota 9). el único que puede repetir el pago es el pagador (ver nota 5). Si el pago hubiese sido hecho a un tercero no autorizado a recibir el pago.Supuesto que el pago haya sido hecho por un tercero. Es verdad que casi siempre habrá error. sin el cual el pago no se explicaría racionalmente.— Parece obvio decir que la acción debe dirigirse contra el accipiens. si no hay ratificación. hay mandato y. CONTRA QUIÉN DEBE EJERCERSE. por tanto. se aplican las reglas que acabamos de estudiar. 2) Que éste carecía de causa. Ya hemos dicho en otro lugar (véase nº 810) que el fundamento de la repetición no es el error sino la falta de causa. basta con la demostración de que el pago carece de causa. la tenencia del recibo hace presumir que el que lo exhibe es el pagador.

En consecuencia: 1) No deberá intereses sobre las sumas de dinero sino desde que incurrió en mora (ver nota 11). 786 se refiere a los consumidos. a) Accipiens de buena fe.inferencias o presunciones. y sólo está obligado a entregar la cosa en el estado en que se halle (art. 3) No es responsable de la destrucción o deterioro de la cosa. pero conforme con las reglas generales de la posesión de buena fe. 786 ). pero en tal caso le corresponde a él la prueba de su defensa. 1115/827 827. 4) En cuanto a las mejoras hechas en la cosa. hay que distinguir dos situaciones. EFECTOS ENTRE LAS PARTES. . 2431 ). debe únicamente el provecho que hubiere obtenido. aunque fuesen causados por hecho suyo. debe entenderse que basta con que los frutos hayan sido percibidos para que pertenezcan al poseedor (art. Si además de la repetición de lo pagado se pretenden intereses o frutos o la reparación por el deterioro o destrucción ocasionada por caso fortuito. 6) Los gastos de restitución estarán a cargo del que repite (ver nota 14). 2423 ) (ver nota 12). Empero. según que el que recibió el pago sea de buena o mala fe. deberá el precio. Ahora bien: ¿qué mejor presunción de que ha mediado error que el haber pagado una obligación que no se debía? Claro está que el accipiens puede alegar que se trata de una liberalidad. debe probarse la mala fe del accipiens (véase nº 829). 5) Si hubiera vendido la cosa recibida en pago. por ejemplo. hay que hacer notar que el art.— El que recibió el pago de buena fe está obligado a restituir igual cantidad que la recibida o la cosa que se le entregó y debe ser reputado como poseedor de buena fe (art. el producido de la venta de los restos o ruinas. 1115/828 828. nada debe (ver nota 13). se aplican también las reglas relativas a la posesión de buena fe.— El efecto fundamental del pago indebido es el derecho del solvens de repetir lo que pagó. 2) Debe los frutos pendientes pero no los percibidos. si la hubiera donado de buena fe.

teniendo en consideración las circunstancias particulares de cada caso. 2412 . ¿Se mantiene esta solución después de la sanción de la ley 17711 <>? Esta ley no modificó el art. nacida de la nulidad de un acto jurídico.La buena fe consiste en la creencia razonable de ser acreedor del que pagó.— Puede ocurrir que el que recibió una cosa en pago la haya enajenado a un tercero. 1115/829 829.— El que recibió el pago sabiendo que no era acreedor del que pagó. 788 ). 2434 ). EFECTOS RESPECTO DE TERCEROS ADQUIRENTES. 787 . Si la cosa es mueble no hay problema. pero en cambio agregó un párrafo al art.). no sólo porque es culpable del pago hecho sin causa. 830. 789 ). Por nuestra parte pensamos que los jueces harán bien en no dejarse llevar por soluciones rígidas y en hacer cargar los gastos de restitución sobre quien sea justo. debe restituir la cosa pagada y además sus intereses y los frutos que hubiera percibido o que hubiera podido percibir desde el momento en que se realizó el pago (art. es responsable por el deterioro o pérdida de la cosa aunque se hubiera producido por caso fotuito o fuerza mayor. 2440 y s. 787 dispone que el que realizó el pago indebido puede reinvindicarla del tercero que la adquirió. Pero si fuera inmueble. Puesto que la razón de la . es reputado como poseedor de mala fe (arts. En cuanto a los gastos de restitución. el art. una opinión generalizada los pone a cargo del que repite. se aplican las reglas de la posesión de mala fe (arts. sin embargo. cesa desde el momento en que el accipiens sabe que el pago no tenía causa y retuvo en su poder lo pagado. pues el tercero queda protegido contra toda acción de reinvindicación por el art. 1051 según el cual los terceros subadquirentes de buena fe y por título oneroso quedan a salvo de toda acción de reivindicación por parte del propietario originario. 788 y 789). Y por lo pronto. En consecuencia. no importa que fuese por título oneroso o gratuito. a no ser que el daño se hubiera producido igualmente estando la cosa en poder del que realizó el pago (art. las costas particulares del juicio de repetición recaerán simpre sobre el vencido. Es. Desde ese momento se convierte en poseedor de mala fe (art. b) Accipiens de mala fe. una solución discutible. Respecto de las mejoras. sino también porque la repetición se hace en su beneficio (ver nota 15).

Por consiguiente. a tenor de lo dispuesto por el art. 1115/831 831. 4023 (ver nota 17). En suma. PRESCRIPCIÓN DE LA ACCIÓN. Se reputa de mala fe el tercero subadquirente que sabía que el pago hecho a su transmitente era sin causa.— La acción por repetición del pago de lo indebido carece de plazo especial de prescripción. Esta solución no sólo se desprende claramente de los textos legales. . la contradicción entre los arts. 787 ).reivindicación que autoriza el art. está claro que. Tanto más cuanto que nadie sino el que pagó lo que no debía es culpable de la enajenación. lo deroga en cuanto se opone a sus normas. esa nulidad no puede sustentar una reinvindicación contra el tercero subadquirente de buena fe y por título oneroso. Resulta irritante que un tercero subadquirente de buena fe y por título oneroso pueda ser privado de lo que adquirió en razón de que en los antecedentes de su título había un pago sin causa del bien que él adquirió. Por lo tanto. 787 y 1051 debe decidirse por la prevalencia de este último. el art. 1051 . 787 es la nulidad del pago de lo que no se debe —nulidad fundada en la falta de causa—. 787 sólo se aplica al caso del adquirente de mala fe o por título gratuito: el subadquirente de buena fe y por título oneroso está a cubierto de la reivindicación fundada en la nulidad del pago (ver nota 16). es de aplicación el término decenal establecido en el art. sino que es a todas luces la más justa. Siendo la ley 17711 <>posterior al Código Civil (y por lo tanto al art.

¯ © ¯½½ nf¾  ½f–f  °¾ n   ° ½  ¾¾€n ° ¾ fn ½ff n  ½f–° ¾f¾  ½f–  ff ½ °¾ n   ° ¾  .

D - 9. - .

  9@.

.  –°  f     ° f h  ¾ °nf ° ½n  f  ½ n°  f% .

f°  f  –fn° €   f ½f     ½f–f¾  f° ¾   °n¯ ° ½f%°n % ¾f ¾½¾n° fn°f nfn° f   ff f f  ½ n° nf°   ½f– f f ¾   n ° f –°f°nf    ¾f ½f  f n°f nn°€  ¯°f f½f    °f° f fnn°ff   ½ff fn  n°n f n°  f     °n      f f ½  ¯f f ¾n° f nf f   ½f–  f°   ff  ½  ¾   f ¾ °nf  ½f ½ °  °  f  °  nf¾f  ½ n°¾– °  ¾ h   ½   % °f%  % .

f°  ¾      ½f–f  °f  f   f ¾  ff f ½ ¾n½f %°n  %    ff  °f  –fn° °ff  f  f ¾  ° ¾  ½  n    ½f– nf nf  nf¾f  9 n°¾– °  f  ½ n° ¾ ¯½n °  9  ½ff    ¾ f   ff¾   ° ½f– ¾½°h° % °f% ° ¾¾f¾  n° n ½  °nf¾ ¾  ¾f  °f½ ¾°  –ff½f–f n¯n ¾¯ f © nn°¾ ½f–f f©½ ¾f%  °f %   ¾ fn   ½f– f¯ x° f© ½ ¾f ½ff  f °f n €nfn°   f¾ ½ ¯½ ¾¾n°  ©   ¾nf% °f%  n%.

f° ¾   ¾ ½f–f °f  f n f°f°f  ½€ff €¯fn °f€¯f%°n %  %.

f° ¾ ½f–f °f  f  °  ¾ ¾  n°n f °©n½€ff ½ f%°n  %.

f° ¾ ½f–f °f  fn½f–°    n fn f ¯f° f °©n  ¾ –° ¾ .

 –%°n % ¾¾°n¾¾¾°¾½ ¾¾  –fn° ¾°ff ¾n ¾½° ° f¾ °¯ f ¾ ° f   °n¾ f .

¯ ° ¾½ ¾ f¾  f¾½ ¾n½f¾   ¯¾ ¾ ff ½f– nn°°fnf¾f© nf½f° ½   f° ¯   .

 ½f–f   ¾ n f –f f½f–f nf° ° ¾f f D°f½ f¯h¾  ° ¾  ¾°f€ff nf¾f  €° ff ½ n°   €% .

f°  n° ½ ° n°n¯ ° ¾      ½f–f  f  f   %°n  %   f °f  f f ¾ ½f–ffn°n °nff  f  ½f– ° ½nf¾f f°¯¾ °f°  ½ n°¾– ° °f ½ n°  9 9 @.

  @D.

.

-  @@D   D  9  n   ½f–f ff  f½° n  ¾ n f  ° f  fn  ¾f¾€ n °¾nx  ff ¾   f –fn° °f¾½ ¾   n  ½f– ° f°½  f  ½   ½f–f  %f    %  ½  ¾ ¾–°€nff ½°  f fn  f  f ° f ¾fn° °½ n f¾nx  ° f ¾½ x ¾½ ¾  ¾nn°½  fn   ¾  °    –f ¾n° n ¾½°  f ¯ °  ¾½ ¾    x ff ° –f  f½f–f ¾ fx¾  °f ¾   –f¯    ½ff¾ f f ¾nn°     n     fn  ff ©f  f°¾n  ½f  f ½ ¾n½n°ff¯  °ff°¾n½n° f½ nf  f½ ° f% °f%  ° ¾ ¾¾nf¾¾ fn f½     °¾fnn°   °f¾–ff°f¾ ½f– fnf¾f  ¾ –¯fn°€f°f ° ½f– n½  n   .

f ¾h   f ¾nn°  n¯ ° ° ¯½ f f  ½ n°  ¾    f     n°n f  f ¯h¾f° ¾f½f–f% °f% fnf n f  ffnn°  ½ n° ¾ °f € °¾f fn f  fn  nf°  ¾ ¯f° f ½ ½ n°½ ° ½f– ½  %  °f %   fn    n ¾½°  f ½ f  f ¾nn° ¾ ¾ x ¯¾¯  ° f f  f  f nf  %  °f %  ½  ¾ f –f    n¯ ° €  ¾  ½  ½f–f    f¾fhn°f½ f  ¾  ° – ½ n fx¾f n ¾½° f ° ½  ½f–€ n   ½ ¯hffn n f ¾  f      fn  f ¾   n¯ °   °f€ % ¾ n –°f°    n  ½f–f f ½ % ½  ½°  ¾f € °¾f f f fnn°   ½ n° %  °f %  - f¾f ½ff n°¾ f f fn  n¯  ¯ff €    n  ¾f     ½f–f  f °  n   ½ ¾   ¾  n ¾ ½ ° ½f–f f  f     ¾ °nf ½ff nf€nf f¾ ¾   ¾½ f  ½f–f n f ½f–f f°f –fn°½½f n¯f  °f€ ¾ ½ ¾¯ f ½ f f¯ff€ n ¾½° f °f°nf  .

f°  f¾  ¾  f½f–f ¾  f°ffnn°n°f   –°f    ¾n f°ff f  ¾ffnn° 9fff–°¾f ¾ ¾ffnn° f f °f– ¾° ° –n¾% °f% ½ff¾ffnn°° ¯ ¾% °f% f° ¾ ° ° ¾  ff °¾½ ¾ ¾ –fn°  ¯¯¾f°  ° °  ¯¾ f f¾f° ¾  °¾¯  °f n°n f¾ –fn° ° ¾f½ ¾¾    .

 %°f%.

$$     ½  .  .

.

.

f½ $$     ½  .

.

 .

f½ $$     ½  .

½  f9ff $$     ½  I@ °   -.

   –fn° ¾      °   .    ½    9- 9@      °   ° n°f  ©–f°      ¾ f n¾f  f °© –f °f° ° ff ½ n° ½f–°     ° I@  °    .

.   f n¾f  f  n¯  ¾ ½f–f ½      ½  €f¾f ¾nf ¾ °°f¾– °    %°f %   fn    .

 .

 .

f½  ff   $$      €f °    .

 .

  .

    n .f½  $$     ½   $$     ½   $$     ½   ½  @  °  ¾  $$   ½        I  ½    -  °f ¾    ½f– °               ½    .

  9f   ° f      °   9@ ½f– °       ½     %°f% fn     °I@ °    @D9D@9-.

D 9-.

D99.-@.

 f½ ¾¾½f ½f–¾°nf¾f  ¾ n  ½f–  ff ¾°°°–°f¯fn°  ¾½n¯ °¾ ¯½¾   n°n   f  n n°f° .

@  -@  ° fn  nf %  °f %  ° f ½hnnf  f €ff  nf¾f  n  ¾ ¯½  f ¾ f° ¾      ½f– ¾  n f    °  f %€ff  nf¾f ½ %  f nf¾f fnfn°ffff¾  °f¾n¾¯  ¾   f    ° f n¯ ¾½ ¾¾  ½f–¾  n¾ ¾° nf¾f ¾  ff ¾ ° n°¾ fn° f °fnf¾f€f fnf ffn°¾ ½°f° ¾hn –f    n°¾   ¾   ff   € ¾  °n°¾ fn° °fnf¾f ¾ ° ½     n ¾f   ¾   °f°f ¾½ nf  n €nf  © ¯½€nfn°f¾¯f f ff    °¯ff° ¯f¯° –f¯ ° ¯½¾     n°¾   fn  f  9f½nfn°  ¾f °¯f ¾ f nff  ½   ½f–f  °n°n ½ f  ¾nf°  –f..

h¯ff    ¾€©°¯ °% °f%  ° –f  °n°n ½ –ff°f fn  fn°  °n°f  – n¯°fn  °¾  fnf % °f%  9.

9.

D.

@   ½f¾°nf¾f%½f° ½   % ½f– n °    °f  –fn° nf nf¾f €   nf  n°ff f f¾  °f¾ n¾¯  ¾ %f¾ %  .

   n  ½ n°¾ €° f °f° f  f ¾ –fn° ¾°¯f ¾nf¾   ½f– ° f f¾°nf¾f© nfh f  ".xn ¾ ½ f f¯ f¾½f ¾"¾ ½  ¯ff¾  ½ ¾f¯ °  ¾ ½ ° ¾.

 – ° –f° ffnn°  ½ n°%f¾ °€° % . °f –f¾½½f ½ f°½ ¾   °©¾nf  ¾f¾n°f¾  ©  f¾nnf¾   n  f¯f°€ ¾f°¯f f  °n°¾ f ¾ € n¾ °fn°¯f½ – f °f n  °½f–½ ¾fnf¾f% °f%  fnnf°°¾n° °n ¾n    f¾n° ° ¾.

 – ¾f ° €nf     f  n   ° ½f– €° f  ° °f nf¾f nf  °¯f  ½  x¾f ¾ °f n°¾ n °nf ¾f–f f   °   f ½f      ¯½   f f  ½ff f f– ½     ¾  ° ©¾nff °°nf¾½½f°¯f f ¾© n ¾° ¾h°½ff ¯f¾  f¾¾ ¾n¾° –n¾ f– °  ¯f  f ¾° –n¾f–° ¾f½ © nf  fhx - ½ ½  °  f¯½f f©¾nf ° f ¯ff€    f½½ ¾°f n f¾n°   ff °n° ° ° ¾°  f–f   ° €n   ½ff  fnn½ °¾ ¾–°€nf ° –f f ½f–f  f fnn°   ½ n°  x¾  ½ f fnn°f ° ©¾nf ½  ¯° ½f–f °¾ f ° –f f ½f– ¾° ¾  ¾°fff °€°   °n¯° n¯½ ¾ f ° €n °nf½ nf   ¾ ¾nf  nx f ¾f ¾ f¾n° .

 –½–x¾%f %  9 n  €¯f¾ ½½¾ °¾ f  ° f f ° °f°¾½fn°°   ¾¯  ¾ ½ ff n¾  °f–° ° €n ½hnn  ½  ¾ ° ¾ ½ff  n f  ½f–f   °f   f€°fh ° ½  n° ¾ –f¾¾  ¯ ¾f¾ n°¾– ° ¾ %  °f %  °  f ½ff  f ¾f €nf   .

 – ¯ nf°f¾ – °f¾n°  f  ¾½°   n°n °f½n °  ½  ¾ h ¾°f  f ° €n °nf ½ nf  ° f°    n°n °f ½ n °  ¾f°  ¾ h  n f  ½ °  ¾f %f % 9 f¾f ¾½¾n° ½  ¾¾ ° ¯ff  ½ ¾° ¾h  °  ¾f ¾ n° f °¾n  ½n  ¯f° f°¯f  9ff    ½f– ¾ f  ½    ¾ ° n ¾f   ff ½ f °  °    9 n¯°  f¾fh   x¾   ff  n °    °f nf¾f °¯f  ½ff ° –f  fnn°  n ½n°f¯ ° ½ n f½ ¾f   ½f–f ° °fnf¾f°¯f °ff ½ f ½f   °½f– @f½ fn¾°f½ ¾°f½f–fff°f¾¯f  °  ½ff  ° n¯ f°  °  °½¯    ½f–°f½ f°°¯f f  ½   ½  f°  ¾  ff n¯½    n  f ¯¾° °    f nf  ½f– ¾  € n%f %    $ .

    9  @- 9 . .

°¾nff ¾f½ ¾¾  –fn° ¾n ¾  ½f  °n     ½f–f      f ½f–f    ° ¾  f    nh ½ f ¾  ¾ ° x¾ © n °   °  f  ½ n°  ¾   f¾ ¯f° f¾   f ½f–f    ½f  9f n f¯h¾–n nff€¯  ½f– ¾°½ ©n f ¾½°¾f  f nf°½ °f °  ½ °n f  nn% °f% 9 f°  ¾f¾n° ° ¾–nf  ° ¾f f½ €  °¾¾ ¯f¯h¾ h¾n  ½f–  ° ½¯ ¾n¾ ¾¾ ¯½   ½    f   °    n°¾ ° ¾ € n¾  –f ¾  ° ½n ¯ ° n  f°  ¾  ½°–ff¾ n °fnf¾fnf  f  °  ½f–½f ¾¯ ¾  ¯½ f ½  ½f–f   –½ h nf¯f ¾      $    9@.@  ¾  ½     ½f–   °  ½ ¯ ¾ n¾%f % f°¾  fff °½f–¾°nf¾f ½ ¾ °  f  ½f–f  f  ½f– ¾°  ¾° n ¾f f f¾½ ¾°f¾¾ f–f°©¾nf½¾½½f¯f° ¾  fn °½ ¯ f°  °nf¾  –ff¾  f  ½f– ½ff  ° f¾ f¾  –f ¾   ° f¾ f  ¾ ½ €   nf ¯f°  f  °nf   °–f³  ½n  nf¯ °     ¾  ½f–   f f½nfn°  ¾f ¾n° ° € n  °°–°f €nf  nf°  ¾  ff   –fn° ¾ °ff ¾    –fn° ¾ n ¾  ½f °  °n   ° ¾¾ nf¾¾   ° x¾ © n  ½f–f  °  ° f ¾n° ¾  ° .

-  .9D@   %  °f %   ½f–  ¯½ ¾¾    – ¾  nff°  –f ¾  °n°¾n°f ¾  ¾ ° nf¾ ½n  ½f–  n °    °f nf¾f nf    ½  ¯¾¯ f fnn°   ½ n° f n°  °  D°f  ©f  n°¾f°  ©¾½ °nf  f .

  ½ ¯f –    ¾  f ½ ¾f n¯ n° n° °     ½ff ° f  fffnn°% °f%   ¾€° f¯ °¾°nf ¾½ff – ¾  ¾ ½ °¾° f¾ f¾  ½f– ¾°fn °f ¾°¾   f½¯  f½ ¾ff°f  °n°¾ ° ½f– x¾   n°¾ f¾  €°    ¾  f f– –f  °f f° ½hnnf  f ½ ¾f  °  ½ €° °€¯ff½ f ¯°¾f  f¾f° ¾½f¾nf ¾¾ ¯½–°ff –f f  ¯½ ¾ f  ½ff ¯ f¾¯  f¾° n ¾ff¾½ff¯f° °     f¾€°f°f¾   .

-°–°  ¾¾€° f¯ °¾ ¾n°°n °  ¯½ ¾½f–f  ¾n%½¾ n°ff f.

°¾n°-fn°fff¾  ¾°fn°f ¾%¾ ff °nf¾½n ½f–¾°nf¾f  ¾n  n¯ n°¾ n °nf  ½f–  f ½ ¯ °f  ° ° n¯ ° ¾° nf¾f f n¾f  ¯½  n¯ ° n°  °  f¾fn° ¾½ff f ½ n°½n f .

 –.

 ° –  f n¾f   f n¯½ fn°  f nf¾f nf  . °¾ n°°n °  f° ¾  €° f¯ °½hnn f  f° n ¾ f    ¾n½ ff ½ff ¯½¯  f¾  °  ° ¾ f f  ¾    ¾¾ €°f°f¾  .

¯  © f ½ ¯f .

    °¾  ¾ °ff° ¾¯½ n° ° °nf€¾nf°½ ½ f n ¾    –¯  n  n°  ° % °f% °n°fn°  ¾n ° °ff¯½¾¯f–f¯f  n¾¾½ff  f¾¾€°f°f¾ ¾° ¾ f° n ¾ff¯½ffn°¾n° ¾°©¾f¾f°© nf¾   ° ½°n½  f ½ ¾f  ¾  f°   ¾¯h° f f ½f– %  °f %  f°  ¾  f n°¾ f f¯ x°¾€n ° f ff f°¯ ff¯ °  ¾½x¾% °f%   - ¾°fn€¯f ½ ¾  nf½ ¾nf½ nf½  –f¯f °nf f €¯f fx°nf %  °f %  ¾ ° ¾½ °¾f   °€nff f f f f  °nf–f f  f ½ n ½n° ¯½ ¾% °f%f–  °½°nf°fn°f% °f%     n° °  °f ¯ °n° ½nf  f nf¾f °    f nf ¾  n°¾ f  –f  °n°¾n°f  ¯½ ¾ %  °f %  ° f¾f°  n° °f ¯ f ½ ¾°  ¾n°€¯ f n°x% °f% f ¯f° f  ½ n°°½ €° f¾  °f¾nf¾f¾   °f f¾ ¾ ¯ °n°f°ffn f½ ¾f% °f%   f½f–f°¯½ ¾¾ fn f½ ¾f ©f° f¾f  f ¾n¯½ °¾f ¾½f–¾   ¾  x¾¾ ° ° n ¾f° ½f–f¾  f© ½ ¾f  ¾ ¯½    ¾  f   ¯¾¯ –ff¯ ° % °f%   - ¾° n ¾fff½ ¾fnf°  ½f–¾ f n °°©n © n f½ ¯%  °f%     %°f%.

@-@   °  ..

  %°f % .

 ½   f 9ff  $$         ½    ° n°f  .

 9f .

f½  ff   $$     ½     %°f%°–f.

.

.

f½ $$ f¾   ½     %°f %  -  °f f f    ° ½ n  D .

-@-        °  D.

.   ° ..    °¯¾ ¾ .

   ° °f½ f ¾n°  ° ¾ .

 –  xf¾  I@  °     °  %f°  ° €°f ½½nff¾n° 9 n % D D      %°f%¾fn °f9 °    %°f %  ¾  ½°°nf ½ ¾f ¾n°  ½  ¾ ½hf€ ° ¾ nf  ° ¾  ¾f  ¾ f ½½–°f  – €  ° fn¯° ½ fn° ° ¾  n½¾%xf¾ ¾f°fn° fI@ ° n%    %°f%  9.

 9  n° ¯½ ¾¾   °¾ ¾     %°f%.

$$     ½   $$     ½ €f¾nf ¾ ° °f¾¾– ° ¾ f.  .

.

.

f½ f f¯f° ° ½ ¯f° ° f¾n°n°ff%xf¾ ¾   .

   ½ °f  $$          ½  % f¾f   °  n  °€¯f ¾ ©¾½ °nfn°f f.

 ½ ¯f%½ °f $$     ½ %    %°f%½ .

   °¾ ¾ $$ n  ¾ ° °nf¾ ¾     ½     %°f%.

 .$$ f¾   ½   $$     ½     %°f%.

 .$$     ½   $$     ½     %°f%.

 .$$ f¾   ½   $$     ½     %°f%.

$$     ½   $$     ½     %°f%.  .

$$     ½     %°f%.  .

$$     ½   $$     ½   $$      ½     .  .

%°f % .

 $$         ½      $$          ½      $$     ½     %°f%.    .

 .$$     ½     %°f%.

$$     ½   $$     ½   $$      ½     %°f%.  .

 .$$ f¾   ½       $    .D- 9D .

  .

.

-  9@.

 f fnn°   ½ n° ½  ¾  © n f½ ½f–f ¾¾  ¾ f¾n¯f¯ x°½¾¾fn  ¾½f nf%  °f%  ½f–¾   f n½¯  ¯f° ff ffnn°n ¾½° f¯f° f°  ¾ff¾¾– ° ¾½ ¾¾  ° ½ ¾  © n f½ ¯f° fff¾½½°¯  f% ..

f°   ½f– ¾  f € nf  n° ° ¾ ½½¾  ¯f° ff  ¾nf¯ °  n ¾½° f  ¯f° ff¾  – fn°f¾¯f° f° x¾ n°f fnn½ °¾ ½ff f ¾ nn fnn° ¾¾  n°n °ffnn°  nff¯f° ffn°f fnn½ °¾ %  °f %  ¾° ½ ©n  ¾  n  –¾  n°f  ¯f° f°  ¾ f¾  ½ € f ½ f° ¾ ¾ °nf¯  %.

f°  ¯f° ff f ¾½°¾f   ½f– n n° ° ¾ ¯f° f° % °f%   .

.

-9@.

-% °f% .

½ ¾    ½f– ff ¾   n ½ °  n   f °¯    f ½ ¾°f  ½  ¾° ¯f° f  f  f   ¾°–  ¾ f ½ ¾°f f n °¯   ¾  ½f– f€nf  ½f–  f ¯f° f   ½ f°  ¾  f½nf° f¾  –f¾   fnf f¯¾  ¾ f  ¾ ° f f€nfn°   °n ½  ½  ½f– ¾ ½f–f % °f%   °¯f f ¯½ ¾¾ f ° °nf  n fn ½ ¾¯      ¾ ½f–f   f° °€– f¾°¯  % °f% .

 ¾½° f¾n ¯¾ff –¯ f  f  ° °nf ¾ n ¾ ½f–% °f%    $   .

-@.D- .

 9f n   n ffnn°  –¾ n°f  fnn½ °¾    ½f–   f ¾   n f ° ¯f° ff  ¾½ ¾ fn    –¾  n°f  ¯f° f°  f°   ¯f° ff     f½ nf  ½ ¾°f¯ °    n   ° ½f–% °f%  ½f–  ¾ ¾  nf° n °ff f n  ½f– f fnn°  –¾ n°f fnn½ °¾ f¯ °¾ f½ ¾°ffn°¯    f n   ½f–f€nfffnf  ½ ¾ ¾ff€nfn° f f¯f° f% °f%    $   9D .

-.

-.

.

 –°f n°fnh¾nf   ½  ° ff  ¾n° ½f–f  ½ f f%½f– %.h¾ f°  f ½ f   ° f –¾  ° ¾ f ° f ½ ¾¾   ¾   –  nff¯¾     € f ¾ °nf½fff½n °nf ffnn° 9 fh° ¾   ° ¾f   h°¯ ½f¯ °  ° °  f ½ f  ¾ ¾ °nf ° ¾ h ½¾   ¾° ½ . x¾ nf nf nf¾f % % °f % ¾f – °nf f½ f   ¾°fn°¾ n °nf °fn°n ½n° nf f  ½f–¾°nf¾f f ¯¾ n °–f%xf¾ °%  €° f¯ ° f ½ n°° ¾  ¾°f€ff nf¾f ¾  f  nf¾¾ ¯½ f h  ¾° nf ½f–°¾  ½nfffn°f¯ ° ½ f½ f x ¾  f°  f¾fn°f ¯¾fn°    ½f–nf n  nf¾f   ..

°€  °nf¾  ½ ¾°n° ¾ f  °  "x ¯ ©½ ¾°n°    f ¯ f      f ½f–f °f –fn° °¾  f"  .

f ¾h    fnn½ °¾ ½  f –f   ¾  ff  °f  f f  ½  ° f nf¾   n ¾½° fxf½ f ¾ € °¾f    f ¯h¾  f  ½ n°   ½f–f  ¾  ½  ° ° °  ¾ ¾  €¾  f  ½ffn° ½     ¾nn° nf¾°f f ½ nf¾ €   ½ f¾  f ¯ff €   fnn½ °¾ %xf¾ °%    $    .

@ -@  9@   € n €° f¯ °f  ½f– °   ¾   n  ¾ °¾   ½     ½f–  ¯½   f   ¾°– ¾ ¾fn° ¾  ¾ –°       n  ½f–¾ f   °f¯ff€    $   f%nn½ °¾   °f€   n  ½f–   °f€  ¾h –f f ¾–f nf° f  f n  ffn¾f ¾   ° – ¾  ½f n¯½¾    °f € %f % °n°¾ n °nf %- h°  ¾ ¾¾  f¾¾¯f¾  ° ¾° ¾   °n ° ¯f %  °f %  %   ¾ €¾ ½ °  ° ¾ ½  ° ¾ ½ n  ¾  f   fn °f  f ¾  €  f¾n°¾¯ ¾ ½ n°€¯ n°f¾ –f¾– ° f ¾  f½¾ ¾°   °f€   ° ° ¾   f¾fn° ¾€¾ff°¾ ½ n  ¾½ff  ½  ° nf°f½¾ %f %% °f% %- ¾ ¾½°¾f   f ¾nn°   fn¾f f° € ¾ °nf¾f ¾½ n¾  °nf¯ °  ½ n       °  ½ © ¯½  ½ n  f °f ¾ ¾¾°f¾ ¾ ¾h –f  f ° –ffn¾f °  ¾f  ° ¾ f %f % %°nf°ff¾¯ ©f¾ nf¾ °f n¾f ¾ f½nf°f¯ x°f¾ –f¾ ff¾ff½¾ ¾°   °f€ %  f °  fn¾f  n  f °½f–  h ½ n ¾f  f °f    °f€ °f f % °f% % ¾–f¾¾  ¾n° ¾fh°fnf–   ½ % °f%  .

 f  °f €  n°¾¾  ° f n °nf f°f    ¾  fn     ½f–  n ¾f ¾   ¯¯ ° °    fnn½ °¾ ¾f     ½f– °  °f nf¾f    ° ¾ ½   ½f–f    ¾  ¾ ¯¯ °¾ n°   °½¾  ¯ff€ %f %    $    %nn½ °¾ ¯ff€   n  ½f–¾f  °  ° ffn   ½f–  ¾ ½f n¯½¾  ¯ff€ %f¾ % °n°¾ n °nf   ¾fn¾f ½f–f ff ¯h¾¾¾°  ¾ ¾¾€¾   f½ n      f½  ½ n  ¾  ¯¯ ° ° ¾  f ½f–%f %  ¾ ¾½°¾f  ½   ½x  f fn¾ff° ¾   f½ n ½nf¾€€ f¯f f°¾    f³¾    f ½ n  –f¯ °  ¾f°  f n¾f ° ½      f  ½f– %f    %   ¾½ n f¾¯ ©f¾ ¾ f½nf°f¾ –f¾ f½¾ ¾° ¯ff€ %f¾ ¾ %   °nf°f¾–f¾¾  ¾n° °f½°°– ° ff f¾½° fnf–   ½ ° ¾½  ¾n½f   ½f– n¾°nf¾f ¾°f¯ x°½ f ½ n°¾ fn  °¾ ° €n% °f% ¾ ¾° ¯ f– °f¾n° ¾n  9° ¾f½f ½ °¾f¯¾  ¾ © n ¾ fh°  ° ° ° ©f¾   f ½ ¾n° ¾ – f¾  ° fn  nf–f ¾ –f¾¾   ¾n° ¾    ° ¾ f ©¾   ° °  ° n°¾ fn° f¾ nn°¾f°nf¾ ½fnf ¾  nf fnf¾ ½½° f¾n¾f¾½fnf ¾ ©n  ½ n° nf h°¾¯½ ¾     °n     .

@9.

@@.

D-@ 9 n    n °fn¾f ° ½f– f ff °f© °f  f °  n    f n¾f ¾ ¯   ° f ½  ¯f  ½ ¾   n   f½ – n°f ffnn°  °° nfn°½ f  9 ¾€ f°¯    f    ¾½°        f  ½f– °   ½   °° nff   n    f f  °¯½f € ¾ ½° ¾–f   " ¯f° °  ¾f¾n° ¾½x¾ f¾f°n° f  "¾f °¯ €n f   ½  °nf¯ f– –°½hf€ff ¾ –° nf¾ n ¾¾ f  ° ¾   °f €   ½  ° ¾  f° f ¾f   f fnn°   ° nfn° ½ ½f   ½½ f –°f  °fn f  f ° f   ° fn © n  9 ¾   f f°  f ..

 ° nfn°   ff  f    ¾ f ° f   ½f–     ° ¾   ° f  €° f f ° f €ff  nf¾f  ¾h nf   f  °   ¾½ ¾ ½  f     ¾f ° f °½ ¾¾ °f°f °° nfn°n°f  n ¾ f  °    °f€ ½  ° ¾   °  f    ½¾  f .

 – .

 % ½  f° f f    %   –f °nf°¾ ½° f¾¾°¯f¾ 9n°¾– ° fn°f nn° ° ¾f¾    n ¾ ½f½ f °nf  ¾ ¯ °¾¯f  f ¾¾ f½nffnf¾ f  °  ¯ff€ ½–f  ¾ f  °    °f€ ½° ¾ ¾hfn   f ° nfn°€° f f °f° f  ½f–% °f%   ½f ¯ff €   n ¾ f  °  ¾f f  ½f– nf¾f°¾¯ °  f¾°nf¾f   ¾f¾n°°¾¾  ¾½ ° nff¯ °  ¾ ¾ –f ¾ ¾°  ¾f f¾n ¾f ¯h¾©¾f  ¾ff°  ° n ¾ f  °    °f€ ½° ¾½ f ¾ ½f   f  °f°   °¾f° n ° ¾ ¾f f°½f–¾° nf¾f   ° xf  @f°¯h¾nf° °f  ¾°  ½f– ° f ¾ n½f   f °f© °fn°    $   9.

9.

-.

.

.ffnn°½ ½ n° ½f– °  nf n   ½f ¾½ nf ½ ¾n½n° 9f°  ¾ f½nfn° x¯° n °f ¾f  n  °  f % °f%    .

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->