LOS CAFÉS CANTANTES DE MÁLAGA Y LAS VENTAS DE LA CALETA

*
UNA APROXIMACIÓN A SU HISTORIA Y AMBIENTE

Eusebio Rioja y David González “Zafra”
* Málaga, 2005

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 2

ÍNDICE GENERAL

Itroducción. Los cafés cantantes. Los cafés cantantes de Málaga. El Café de Chinitas. El Café o Casino Malagueño. El Café del Sevillano o de Bernardo. El Café de la Independencia y el de La Butibamba. El Café del Cobertizo de Carnicerías. El Café de Pedro Castillo. El Café de España. El Café de La Loba. El Café de La Lobilla, de La Loba Chica o El Porvenir. El Café del Turco. El Café sin Techo. El Café del Siglo. El Café de La Unión. El Café Universal. El Café Suizo o Teatro del Recreo. El Café de la Marina. Otros cafés y establecimientos flamencos. Las ventas de La Caleta. Julián Gayarre y Juan Breva en La Caleta.

Eusebio Rioja.- Pág.- 2

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 3

La Venta de Guijarro. La Venta de La Trini. La Venta de Joselito. Antonio Martín. A modo de conclusiones. Apéndices. Fuentes bibliográficas. Fuentes hemerográficas. Fuentes archivísticas. Índice onomástico. Índice general.

Eusebio Rioja.- Pág.- 3

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 4

INTRODUCCION

¡Psss!... ¡¡A callar!! ¡Que está cantando el alma del ventorrillo!
José Carlos de Luna.

Parca es la justicia que la historiografía especializada en Arte Flamenco ha sentenciado a la ciudad de Málaga: la Málaga cantaora, de Manuel Machado. Desde antiguo, la miopía intelectual de los flamencólogos no ha visto más allá del manido triángulo originario del Arte Flamenco, con vértices en Cádiz, Sevilla y Ronda, y han escamoteado la escandalosa importancia de otras zonas y lugares de Andalucía, y no sólo de Andalucía. Dicho concepto, quizás iniciado por Tomás Borrás1, fue asumido por Ricardo Molina y Antonio Mairena2, quienes lo secundaron ad pedem
BORRÁS, T., Preludio al cante de Fernando, en: TRIANA, F. el de., Arte y artistas flamencos, pp. 9-10. Ambos autores publicaron en 1963 y nada menos que en la prestigiosísima editorial Revista de Occidente, la obra Mundo y formas del cante flamenco, obra que conocería una segunda edición en 1972 de la granadina librería Al-Andalus. La novedosa óptica del estudio teórico del Arte Flamenco –descaradamente volcada hacia el cante- y la pretensión de rigor científico que ofrecía, junto al reconocimiento intelectual y lírico del poeta Ricardo Molina (1917-1968), así como el prestigio del cantaor Antonio Mairena (1909-1983), reciente ganador del concurso que le otorgó la tercera Llave de oro del cante (1962), hicieron que el libro se convirtiera en la biblia del flamenco. Cuantos entonces nos acercábamos al conocimiento teórico del Arte Flamenco -jóvenes universitarios, en mayoría-, la usamos como indiscutible luz y norte de nuestros estudios. Al poco tiempo, los mairenistas crearon una corriente de opinión flamenca, fundamentada, cerrilmente en numerosos casos, en los postulados más tópicos, mesiánicos y acientíficos presentes con abundancia, en la obra dicha. Los criterios de Antonio Mairena sólo, tras el fallecimiento de Ricardo Molina, alentaron y dieron alas a los mairenistas, quienes imponían con derroche, falacias inargumentables con mínimo rigor. Después surgirían otras corrientes basadas en el estudio científico del Arte Flamenco. Historiadores, filólogos, músicos y musicólogos de formación universitaria, están usando métodos y sistemas ortodoxamente científicos, en análisis teóricos y prácticos, que vienen a desmontar las argucias del mairenismo, a la vez que ponderan sus aciertos.
Eusebio Rioja.- Pág.- 4
2 1

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 5

literae. De ellos pasó a sus seguidores o mairenistas: corriente de opinión que hasta hace poco ha imperado entre los aficionados y estudiosos flamencos, y que ha llegado a crear escuela: la escuela más extendida e influyente en el mundo del Arte Flamenco. También es cierto que los estudiosos malagueños no somos espléndidos en absoluto, historiando la Málaga cantaora. De serlo, manifestaríamos datos y noticias que habrían derrotado el desdén aludido, seguro. En cambio, sí hemos publicado trabajos de indiscutible valor, referidos al estudio teórico de los cantes de Málaga. Todo un adelantado fue Francisco Bejarano Robles (1900-1990), el inefable Paco Percheles: magister sapientissime!, archivero municipal de Málaga durante muchas décadas, y fecundo autor de escritos sobre temas malagueños, quien daría en 1963 el trabajo Del Cante y de la Malagueña, un clásico de la bibliografía flamenca. Dos años después, en 1965, aparecería la primera edición del libro Málaga en el Cante, de José Luque Navajas, libro que se convertiría en fuente de obligada consulta. Once años habrían de pasar para que en 1974, el magnífico aficionado y profundo conocedor Pepe Navarro, escribiera Muestrario de Malagueñeros y Malagueñas, obra poco conocida y manejada por los estudiosos, a causa de la corta difusión que padecería, pero valiosa por la original metodología, y por la abundancia de datos y observaciones que posee. A los dos años, en 1976, se conoció la primera biografía monográfica y extensa de Juan Breva. Se tituló Vida de Juan Breva, y el autor es Miguel Berjillos. Por nuestra parte, redactamos en 1983, El Cante por Malagueñas. Pláticas con Diego el Perote, una labor transcriptora de la biografía, opiniones y memorias del veterano cantaor de Álora, contadas por él mismo. En 1985 sería Alfredo Arrebola quien publicase Los cantes preflamencos y flamencos de Málaga, con buen trabajo de recopilación. Durante el mismo año y en el libro colectivo Málaga. Personajes en su historia, figuró nuestro capítulo Rafael Flores Nieto “El Piyayo” (1864-1940), donde biografiamos al popular personaje y comentamos el cante del célebre Piyayo. También en este libro, aparece una pequeña biografía de Juan Breva, escrita por Francisco Lara Sánchez. El crítico y estudioso Gonzalo Rojo Guerrero alumbraría en 1987 Cantaores Malagueños. Pinceladas Flamencas (1850-1950), único tratado que presenta ambiciones de tesis histórica sobre este tema. Y en 1988 saldría la segunda
Buen ejemplo es la monumental obra Historia del Flamenco, dirigida por los profesores José Luis Navarro García, Miguel Ropero Núñez y Cristina Cruces Roldán, publicada por Ediciones Tartessos, S. L. entre 1995 y 2002. Véase bibliografía.

Eusebio Rioja.- Pág.- 5

Francisco Valero Vargas: Paco Vargas ha escrito en colaboración con Sebastián Fuentes. de Gonzalo Rojo y El Cojo tiene castañas. aparecen en la bibliografía. donde el autor comenta las Malagueñas grabadas. libro cuyo contenido no precisa comentario. salió José Joaquín Vargas Soto “El Cojo de Málaga”. de Gonzalo Rojo. amplia biografía del cantaor malagueño. ponencia que defendimos en el XII Congreso de Arte Flamenco. En 1992.Pág. son El Cojo de Málaga y los cantes de Levante. por Jorge Martín Salazar. en el capítulo Nada menos que once cafés cantantes. En 1998 apareció Las Malagueñas y los cantes de su entorno.6 . Vida y obra. el estuche contiene un folleto titulado La malagueña a través de los tiempos. por José Luque. y biografía a los cantaores y guitarristas presentes en el compacto. por su expresivo título. También fuimos nosotros quienes rubricamos en 1989. Recientemente. del libro Paco el de Lucena o la redonda encrucijada. Textos en homenaje a Joaquín Vargas Soto. de José Luque.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. Capítulos de él. En el año 1995. Además de dos discos compactos con 31 Malagueñas cantadas por Diego Clavel. en La Saeta en Málaga. capítulo de la obra colectiva La Semana Santa en Málaga. vio la luz el libro Juan Breva. 31 malagueñas. Junto a una Selección Antológica de cantes y cantaores de Málaga grabada en dos discos compactos. Las Saetas Malagueñas. editado en el mismo 19983. Y en el mismo año. firmado por José Luque Navajas. Gonzalo Rojo 3 Todos los títulos referidos y los que refiramos de aquí en adelante. volvimos nosotros a tratar las Saetas. Dos años después. Memorias apócrifas de un cantaor mijeño. el Área de Cultura y Educación de la Diputación Provincial de Málaga editaba el cuidadísimo estuche Diego Clavel. Durante el mismo 1994.. Y más recientemente. Y nosotros contribuimos brevemente a la exposición de la historia de los cafés cantantes malagueños. y nosotros Las Saetas Flamencas. por Gonzalo Rojo. Eusebio Rioja. así como el estuche Málaga cantaora.6 edición de Málaga en el cante.. donde nos referimos con amplitud a las Saetas malagueñas. También fue Gonzalo Rojo quien escribió los capítulos dedicados a los cantes y cantaores malagueños de Historia del Flamenco (1995-2002). editado para el XXII Congreso de Arte Flamenco celebrado en Estepona (Málaga). se publicó el libro colectivo El Cojo de Málaga. Francisco Valero Vargas comenta los cantes en un folleto a propósito. el libro Juan de la Loma. La Saeta Malagueña.Pág.. en 1994.

mencionamos de igual manera algunas obras generales que abordan el asunto. SEVILLANO.7 • • • • • • . ¿Se sabe algo..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. las más utilizadas han sido: Cafés de Málaga (.Pág. una intersante colección de biografías femeninas flamencas. Cafés cantantes y artistas de la tierra. poca historia flamenca de la Málaga cantaora hemos hecho los malagueños.. Para lograrlo. Eusebio Rioja. por el mismo autor.7 ha dado Mujeres malagueñas en el Flamenco. hemos realizado catas en la prensa periódica malagueña de esa época. También de carácter específicamente 4 Estas son las que hemos usado: BLAS VEGA. O sea.. Importante laguna tanto para los estudios acerca de la historia local. Los cafés cantantes de Sevilla. de Gustavo García Herrera. Además de otras publicaciones referidas a la historia local. publicadas a lo largo del siglo XIX y primeras décadas del XX. También. La Málaga de comienzos de siglo. Los cafés cantantes. aunque sí existe un corpus suficiente de estudios teóricos acerca de nuestros cantes autóctonos. Pláticas con Diego el Perote. Como hemos expresado. De su historia y ambiente. a título complementario y comparativo4. y otros establecimientos). L. firmada por Enrique del Pino. pero sin poder rastrillar los diarios más emblemáticos cuyas colecciones se conservan.Pág. J. Para los capítulos sobre las ventas de La Caleta.. los libros Más cosas de Málaga.? ORTIZ NUEVO. Del mismo modo.. J. BLAS VEGA. y Las calles de Málaga. Y como veremos. Historia del Teatro en Málaga durante el siglo XIX.. J.. J. la obra más aproximada a nuestro objetivo. hemos hojeado escrupulosamente las guías comerciales de la ciudad de Málaga. Almería por Tarantas.. De carácter flamenco... El presente trabajo se dirige al intento de rellenar la mentada laguna historiográfica. que nos resulta inabarcable ahora... A. L. dedicarles el tiempo y el esfuerzo invertidos. como de la flamenca. de donde hemos extraído abundantes y preciosos datos. que bien merecen una misa. ORTIZ NUEVO. y nuestro El cante por Malagueñas. igualmente cercana. Entre las bibliográficas de carácter ajeno a la historia del Arte Flamenco. hemos manejado fuentes de distinto carácter y procedencia. ORTIZ NUEVO.. Mi gustar flamenco very good. A su paso por Sevilla. de Francisco Bejarano.. J. L. a causa de la inmensidad de su extensión. así como otras específicamente dedicadas a la historia de los cafés cantantes en otras ciudades. la trascendencia de los cafés cantantes malagueños fue tan notable. de Manuel Blasco.

El cariño de Zaafra por este café. el capítulo Cantaores malagueños escrito por Gonzalo Rojo para la Historia del Flamenco.. quizás imposibles.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Confesamos que hemos empleado años de ratos perdidos. proporcionaría infinidad de noticias concretas y desconocidas. a la señorita Mari Pepa Lara García. Y que Zaafra. Nuestro tiempo libre es demasiado escaso para ello. como de otras personas que pasaron por allí. su abuelo hablaba maravillas del establecimiento. directora del Archivo Díaz de Escovar y a don Manuel Molina.. La aparición del cante flamenco en el teatro jerezano del siglo XIX. el objetivo artístico de Zaafra se amplió a la • • STEINGRESS. de la Diputación malagueña. se ocupe. M.. Por último. Que siendo niño Zaafra. se nos llega desde Granada el amigo Zaafra y se interesa por la historia del Café de la Loba. pergeñado su ambiente y destacada su importancia. G. Un bellísimo libro que contiene numerosas anotaciones personales. Y de inmediato y a la vista de los textos que le facilité. y al personal de este Archivo. que perteció a su abuelo. a la señorita Trini García-Herrera. Libro que con toda seguridad. Gracias por su amabilidad y simpatía. Taranta. agradecemos la generosidad de todos cuantos han colaborado de una u otra manera. De momento. o si esperar a mejor ocasión. directora del Archivo Municipal de Málaga. que han facilitado la eficacia de nuestra labor.8 . Ocurre que su abuelo había sido jefe de cocina del restaurante ubicado en el café. Por supuesto. mutaría sensiblemente determinadas parcelas de la historia del Arte Flamenco. llega hasta conservar entrañablemente el libro de cocina de su restaurante. las cuales bien darían para escribir otro libro.. buscaba fuentes documentales para pintar sobre La Loba. y por emotivas y entrañables razones tan entendibles. El éxito está garantizado. cuando se cumplan plenamente nuestros objetivos. Nada más que el hojeo detenido y minucioso de la prensa diaria malagueña de entonces.Pág... Ojalá alguien. en el logro de este libro. URBANO. del Archivo y Biblioteca Canovas del Castillo. Mas cuando dudábamos si publicar los resultados de nuestro trabajo en el estado actual. tanto de su abuelo. Eusebio Rioja. Cante y artistas de Linares. A nosotros no nos ha sido posible desarrollar esta ambiciada labor. quedan aquí ubicados los cafés cantantes malagueños y las ventas de La Caleta. algún día. Particularmente.8 flamenco y local. instado por su afición impenitente al Arte Flamenco.Pág. el tema no queda agotado ni con mucho. para reunir las noticias y rebinar las reflexiones que ahora presentamos.

Eusebio Rioja.. gracias a las manos y al corazón de Zaafra. Ni que decir tiene. con pinturas de personas.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Otra más. tanto a Zaafra como a nosotros..9 . que la obra lograda. nunca mejor dicho. Una satisfacción que deseamos que sea compartida por los lectores. quien ha plasmado otra de sus genialidades flamencas. Otra de sus excelentes obras. febrero de 2005. nos llena de satisfacción.. Málaga.Pág. y de las ventas flamencas de La Caleta.. Y fue así como el libro se vistió de luces. Eusebio Rioja. lugares y paisajes que han salido de él.Pág.9 fascinante historia de los demás cafés cantantes malagueños.

no sin haber pasado por algunos períodos de dificultades y prohibiciones. A. 19). a principios del siglo XVI se toma en El Cairo y llega a generalizarse en éste y otros puntos de Oriente.. a mediados de esta centuria.10 LOS CAFÉS CANTANTES Durante el siglo XVIII. y empleado bien pronto por monjes y derviches para ahuyentar el sueño y dedicarse así. era ya una bebida usual y corriente en la Italia del Sur.10 5 .Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Eusebio Rioja. En 1721 se inaugura el primer café público en Berlín y. pág. mejor. en donde se constituye un gran depósito de dicho producto y de aquí pasa a París y Londres. por ejemplo. como se le llama. se extiende por Europa la moda de abrir al público establecimientos especializados en la expendeduría de café preparado para beberse.. y bien pronto se extenderían estos establecimientos por todas las capitales españolas.Pág. Sigamos ahora la excelente y deliciosa narración de Paco Percheles: ALBUERA GUIRNALDOS. los venecianos lo trajeron más tarde en grandes cantidades y.. En 1671 se abre el primer café en Marsella. a sus oraciones. siendo Málaga una de las primeras en implantarlos (pág. y se convirtió en una moda: Descubierto el rico producto en Etiopía o en Arabia. generalizándose cada vez más el uso y abuso del “néctar árabe”.Pág. El café es un marco apropiado para el desarrollo de una sociabilidad informal5. realizado por Camilo José Cela en la novela La Colmena (1951).. a mediados del siglo XVII.. se toma café en todas las cortes alemanas. si no se hubieran erigido en todo un fenómeno social durante el siglo XIX y primeras décadas del XX. En nuestra patria uno de los primeros cafés fue el madrileñísimo de Pombo. He aquí como el historiador Francisco Bejarano narra en Cafés de Málaga como apareció y corrió el hábito de tomar café. No olvidemos el excelente retrato de café madrileño de la posguerra. 187. Vida cotidiana en Málaga a fines del XIX. Pero los cafés no habrían poseído mayor trascendencia que la de simples establecimientos hosteleros. Introducido en Europa a fines de aquella centuria.

sitio de conspiraciones y enredos. se puede disertar acerca de los temas más variados y heterogéneos y teniendo alguna facilidad de palabra. se entera uno de las últimas noticias. Cada peña es una cátedra libre donde. fácil nos resulta concluir que sólo les faltaba un ingrediente para hacerlos aún más atractivos a la clientela: el espectáculo. empresas privadas que ya porque dispusieran de espacio ya porque así lo previeran al ser instalados. desde luego. lugares apacibles.Pág.. Aclarado y glosado el punto de referencia social. punto de cita y campo neutral de las más absurdas discusiones. glosadas y sazonadas con los más peregrinos comentarios. rodearse de adeptos. sin título ni preparación.11 Desde el primer momento. desde el establecimiento lujoso hasta el modesto cafetín. se discuten los asuntos o se hacen los tratos y contratos más diversos. donde olvidar los sinsabores o poner un paréntesis en la lucha. (.) Estos café-teatros proliferaron y hacia los finales del siglo (XIX)6 gozaban de una franca autonomía y un merecido prestigio. se sigue hablando y discutiendo sobre lo que más apasiona a los meridionales: la política. Son también los cafés refugios de amantes y de bohemios. ofrecen innumerables modalidades y recintos de un sintético y curioso espectáculo de lo humano (pág. y. 20). En ellos se encuentra siempre a la persona que se busca. sobre todo. miradores a la calle. En su variada gama. Para la sociedad de entonces constituían un atractivo singular y desde luego llenaban un hueco importante al cubrir 6 El paréntesis es nuestro.11 . a veces. los cafés son sitio de reunión y acercamiento y un poderoso estimulante del trato social.. Los mármoles de éstos se convierten en tableros de mesas de café y junto a ellas. el café aparece como un poderoso aglutinante social.. y recalando en el mundo o submundo de los cafés decimonónicos. tomándolas como tribunas. Además.. En los países mediterráneos viene a ser como una prolongación de la calle o de la plaza pública y una modernización progresista del foro o del ágora antiguos. Eusebio Rioja.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.Pág.. acompañaban su actividad propia con el “espectáculo” teatral. Eran éstos..

El café se había convertido en una auténtica institución. En los años cincuenta. popurrís de aires nacionales. de acuerdo con la información transmitida en el “Diario de Avisos”. después de tocar en el café acudían como pianistas acompañantes a los saraos de la aristocracia.Pág. canciones andaluzas y reducciones para voz y piano de zarzuelas conocidas. en los cafés se escuchan arreglos de ópera italiana. como Zabalza o Miralles.. Eusebio Rioja.. y era frecuentado por aquellos compositores que habrían de restaurar la zarzuela. se contabilizan más de sesenta cafés. A finales de la década. como Manuel Sanz. en los cafés se generalizaba el uso de pianos.. la profesora Celsa Alonso proporciona incluso una breve cronología sobre la creación de los cafés con espectáculos: En 1834. pág. (. en 1847. Además. si bien parece que los cafés barceloneses fueron los primeros en introducir el instrumento de moda.. en el madrileño Café de las Cortes se daban conciertos donde se interpretaban fragmentos de óperas de Rossini.12 . 362).. En los años cuarenta se abrieron muchos locales nuevos. 308). 362363).. el piano (La Canción Lírica Española en el siglo XIX. En efecto.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.Pág. Sólo en Madrid. En Barcelona la situación era similar. a propósito del tema que nos ocupa: Los cafés acogían a gentes de muy distinta condición social. Bellini y Donizetti. pág. Otros. En El Suizo (inaugurado en Madrid en julio de 1845) tocaba Güelbenzu.12 las exigencias de un sector que no siempre se hallaba dispuesto para el hecho de alguna forma “social” de encaminar sus piés hacia un teatro de tipo convencional (Historia del Teatro en Málaga durante el siglo XIX. En otros cafés se prefería el baile.. (. eran autores de canciones españolas y andaluzas inspiradas en los ecos del pianismo de café.) Algunos. Y continúa con unas interesantes apreciaciones. en versiones para piano.) En “La Zarzuela” (15-IV-1856 y 30-III-1857) se señalaba que el repertorio musical del café lírico estaba formado por obras para piano y canciones andaluzas “en boca de algún cantor del mediodía” (pp..

Alicante. para la explotación del Café de la Escalerilla. Valencia. serían el del Recreo. Córdoba contó con El Recreo. adjetivo éste con el que se diferenciaban de los cafés-teatro y los cafés-concierto. de tan importante historia. el Sevillano y el Barcelonés. Barcelona también poseyó algunos. destacó sobre todas. hasta 1936. pp. son: el Café de los Lombardos. A lo largo de los setenta. en la década de los 80. a lo largo de la cual. II. Pero Celsa Alonso nos alerta: BLAS VEGA. en Andalucía.. fuera de Andalucía7. y Salón del Recreo. aunque duda que programara actividades flamencas.13 Como era de suponer. En Jerez de la Frontera (Cádiz) estuvo el Café del Conde. Santander y Oviedo. en 1853. Con actividad flamenca acreditada. cafés que recibirían el nombre de cafés cantantes. aproximadamente. a finales del XIX. y que fue regentado por el cantaor Silverio Franconetti. aunque se desconoce la fecha de su inauguración. en Linares. etapa que se prolongaría hasta 1920. cuando cerró el Café de la Magdalena. Los cafés más antiguos que cita este autor. existente en 1842.. el de la Bolsa. También los hubo en su provincia: Martos. el Lope de Rueda y el de las Flores. que fue transformado en café cantante en la década de los setenta. los hubo en Murcia. el de Las Delicias. montaría su nuevo Café de Silverio.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. fueron instalados cafés en cuyas programaciones artísticas predominaban los espectáculos flamencos.13 7 . se extenderían por otras ciudades españolas. Eusebio Rioja. La Carolina y sobre todo. Al año siguiente. el Café de los Cagajones. La Unión. Existen noticias documentales de la existencia de actuaciones flamencas en el Salón Vensano. Bilbao. vol. el Sevillano. Cartagena. el Café-Teatro Cervantes. La Alegría. Almería con el de Santo Domingo. Jaén con el de Morales. Los más antiguos de Cádiz. el de las Triperas. y un largo número de ellos a partir de los años 60. que funcionaba en 1875.. antigua academia de baile que programaba espectáculos. hasta que en 1880 forma sociedad con Manuel Ojeda: El Burrero. 227251. Café Apolo. el del Correo. el del Arenal. el del Comercio y el del León. con actividad flamenca en 1868. el de la Infantil y el Café de Madrid. Hacia 1850 fecha José Blas Vega el inicio de la etapa de los cafés cantantes. instalados en Sevilla.Pág. Los cafés cantantes... el Granadino. y el Café de la Vera Cruz. estuvieron el Café de la Alegría. Como ciudad extra andaluza con abundancia de cafés cantantes. En Granada. el Capellanes. el más antiguo pudo ser El Recreo.Pág. Madrid. con un alto número de establecimientos. el de España y el Lyon D’Or. el del Príncipe. Igualmente. Durante la década de los sesenta. con actuaciones en 1871. Silverio sólo. último en clausurarse en Madrid. J. en: Historia del Flamenco.

) De este modo. y con respecto a la música. en los cafés líricos y los cafés-concierto triunfaban los arreglos de canciones populares... rondeñas y fandangos). Valiosa y novedosa luz. (. cañas. A propósito de las fuentes que confluyen en el flamenco hay que mencionar la tradición de la escuela bolera y de las academias de baile.14 Al margen del éxito del flamenco. desmitifica valientemente el sentido de las actuaciones que fueron desarrolladas en los cafés cantantes: Eusebio Rioja.Pág. los contactos fueron de ida y vuelta y hubieron de ser fructíferos.. los pliegos de cordel. que también se escuchaba en salones y coliseos.Pág.) Habría que precisar en qué medida el repertorio de la canción lírica influyó en el flamenco en vías de estilización y profesionalización en el café-cantante.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. el sainete andaluz y los cantaores fomentaron el desarrollo de un sustrato musical cercano a la canción andaluza de autor. estilización y a la vez enriquecimiento del cante. singularmente andaluzas. con el paso del tiempo. el sainete lírico y las variedades. Ya antes de la edad de oro de los cafés cantantes. una amalgama de influencias heterogéneas: la canción popular andaluza (polos. el refinamiento guitarrístico de un Julián Arcas (creador del toque por Soleares) y la canción andaluza de autor. en la génesis del Arte Flamenco.. (. malagueñas. en plena evolución de sus cantes y no tan sagrado o purista como es actualmente (pág.. en vías de cambio.14 . es previsible que la canción lírica de vocación andalucista fuera una de las fuentes del cante flamenco en los cafés-cantantes.. Y para colmo. gracias a la pervivencia de aquel repertorio en la memoria popular y los pliegos de cordel. tras lograr una popularidad que sólo el teatro podía brindar (pp. si bien entraron en juego intermediarios tan relevantes como los pliegos de cordel y. o bien por el contrario el cante inspiró a más de un compositor. 366-367) Mucha luz nos echa Celsa Alonso sobre las funciones que ejercieron los cafés cantantes. Pero continúa: Téngase en cuenta que en los cafés cantantes se llevó a cabo un elaborado proceso de depuración. 367). Como ocurrió en las complejas relaciones entre canción y zarzuela. No debe olvidarse que en los años sesenta y setenta el flamenco era un repertorio abierto y dinámico.. algunos cantes gitanos (tonás y seguirillas)..

15 . en los cafés cantantes.Pág. números circenses. para abordar la historia de los cafés cantantes de Málaga. números de magia. lidia de becerros. ¡Ahí es nada! Volveremos después sobre estas precisiones. razón por la que. Comenzaba el divorcio entre “folklore” y flamenco. 364).siempre habían sido ambiguas: así.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. se profesionalizó. Pues ya disponemos de una panorámica suficiente de los cafés..15 Además. a medida que aumentaba su público. de los cafés-teatro y de los cafés-concierto.Pág. el flamenco convivía con los bailes de la escuela bolera. Eusebio Rioja. exotismo criollo. el flamenco entraba de lleno en el negocio del espectáculo. bailes americanos. proyecciones de cinematógrafo y cupletistas... cuyas relaciones –como señalaba Demófilo. y con el paso del tiempo. en el café cantante el flamenco se hizo arte (pág.. Así.

Y no debió pasar mucho tiempo. todo lo que hoy es plaza del General Queipo de Llano (pág. cuyas aguas ocupaban por aquel entonces. sería una de las primeras capitales españolas en que se abrirían algunos de estos establecimientos. café de don Rafael Mora.. también en la Alameda. en la calle Granada. A tal punto llegaría la proliferación. ciudad marítima y mercantil por excelencia. sin que se fuera abriendo en Málaga un importante número de cafés cantantes. o bien que los cafés existentes programaran espectáculos flamencos en sus salones. se hace referencia a un café que existía en uno de sus extremos. que Fernando el de Triana10 escribió en el libro Arte y artistas flamencos: 8 En la actualidad.. Son los siguientes: Café de don Andrés Ruiz. por Manuel Andújar. véase el capítulo que con el nombre de este artista. escribió Manuel Bohórquez en Historia del Flamenco (vol.. pp. Café de don N. por tanto. café de don Nicolás Parody. café de don Francisco Muñoz. en la calle Santa María. Eusebio Rioja.Pág. II.16 LOS CAFÉS CANTANTES DE MALAGA Regresemos a Cafés de Málaga para conocer la antigüedad de los cafés malagueños: Málaga. y que. en la bellísima novela El destino de Lázaro. en la calle Casas Quemadas (pág. En efecto. café de don Francisco Sánchez. en la Alameda. en la Plazuela de la Verdura. debe de ser de fines del siglo XVIII..Pág... En la temprana fecha de 1838. denominado así por estar cercano al puerto. en la calle Veedor y la de don Francisco Cerbán. en la calle Pescadores. Las neverías son la de don Francisco Martín. y café de don Antonio Cerbán. hayamos anunciados en la Guía de forasteros en Málaga y directorio manual útil a todos (. Plaza de la Marina. 20)8.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. como Marsella. 10 9 Sobre la biografía de Fernando el de Triana. el cual no era otro que el primitivo Café de la Marina. en el que se habla de la Alameda a poco de inaugurarse. Garaffi. El Café de la Marina fue tomado como uno de los escenarios de su narración. 104).16 .) la nada despreciable cantidad de siete cafés y dos neverías9. en la Plaza de la Constitución. 295297).

tocaor. recomendamos la lectura del libro La sociedad malagueña en el siglo XIX. lo recuerdo bien. y se incorporaron La bibliografía actual sobre la Málaga del XIX es extensísima y cualificadísima.Pág.. 243). pág. del profesor Francisco J. catorce cafés cantantes y todos con cuadros magníficos” (vol. por habitar la mayoría en este espléndido y bellísimo salón urbano. Además. Málaga era un río de oro. Pero la clave la proporciona Fernando el de Triana. a dicha clase se la conoce como la plutocracia de la Alameda. se enriqueció de manera rápida y caudalosa. durante la segunda mitad del XIX. se había constituido en la ciudad una potente burguesía que.17 11 .17 Por aquel tiempo era Málaga un verdadero río de oro. las referidas dinastías adquirieron auténtica mentalidad de empresarios modernos.. quien también actuó en ellos. En efecto. por haberlas vivido personalmente en su mayoría. No dudamos que Fernando el de Triana conoció la existencia de este alto número de cafés cantantes. Y los parneses han sido y serán conditio sine qua non.. donde yo vivía hace más de cincuenta años. para contratar y retribuir espectáculos de cualquier tipo. había. Eusebio Rioja. No hace falta glosar nada: lo asegura con rotunda claridad Mariano Morcillo.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Durante el segundo tercio decimonono. En las primeras décadas del XIX. y había nada menos que once cafés cantantes (pág. sin parangón en Andalucía y con muy pocos casos análogos en el resto de España11. el estudioso e investigador de temas flamencos José Blas Vega. el cual ellos mismos urbanizaron y donde construyeron sus palacios. La historia de la Málaga del XIX es esplendorosa con singularidad. Fernando Rodríguez Gómez o Fernando el de Triana (1867-1940) fue cantaor. según él mismo refiere en Arte y artistas flamencos. Palomo Díaz. Desde finales del siglo XVIII. a causa de sus inversiones y especulaciones –no siempre ética y legalmente impecables-. II. tanto en cuanto actuó en algunos de ellos. vencida la crisis que produjo la invasión francesa y la siguiente guerra independentista.. cuyas noticias pueden ser consideradas como de primera mano.Pág. letrista y escritor. Para un acercamiento fácil y eficaz a la historia de tan brillante centuria. 252). escribiría en el capítulo Los cafés cantantes de Historia del Flamenco: El cantaor y tocaor Mariano Morcillo (Almería 1870) recordaba que “en Málaga.

como fue el Banco de Málaga. los cuales mantenían tráfico con los países ribereños del Mediterráneo y con América. RODRÍGUEZ ALEMÁN. Ciudad conectada con Málaga por estas comunicaciones. construyeron los altos hornos La Constancia en 1833. y la reunión en el puerto de una flota superior a los 3. 13). que para el caso que nos ocupa. y bajaban a los infiernos de los cafés cantantes13. la sufrida clase media. que por aquel tiempo soplaban en el occidente del mundo. que se hallaban de temporada en aquella capital.000 buques. Fortificaciones y urbanismo. mercantil y de comunicaciones que auspiciaba el desarrollo de dicho tejido industrial. bien porque a veces buscaba lugares más cómodos que los teatros. así como la bella Rafaela Campos que bailó los Panaderos con la maestría de una verdadera artista (ORTIZ NUEVO. las textiles Industria Malagueña en 1847 y La Aurora en 1856. sobresaliendo en lo primero la señora Teresa España y las señoritas Elvira Nogel y de Boquera. bien porque no podían costear con tanta frecuencia 12 Los estudios sobre el puerto de Málaga y su tráfico.Pág. y todo un entramado financiero.18 decididamente a los aires de la revolución industrial. Así. subían a los palacios del Teatro Cervantes. son también abundantes y cualificados. Mi gustar flamenco very good. autor romántico por antonomasia.... puso en labios del héroe romántico español también por antonomasia: don Juan Tenorio. El puerto de Málaga en la transición a los tiempos modernos. inaugurado en 1879. fundado en 1856. Por otro lado. Por ejemplo. comercial y de comunicaciones. A. publicaba la siguiente gacetilla: Fiestas andaluzas. por ejemplo. El puerto de Málaga. Anteanoche en un brillante sarao que la señora Loring obsequió a los embajadores de Alemania.. Documentos para su historia.. T. que fueron muy aplaudidas. pág. J.. fue la floreciente Nueva York. Así. el ferrocarril con Córdoba –salida natural hacia Madrid y el Norte de la Península-. De hecho. Dicha alta burguesía –muchos de sus componentes con títulos nobiliariosparticipaba del espíritu estético del Romanticismo coetáneo. Eusebio Rioja. del Teatro Principal o a los salones de la Sociedad Filarmónica.. El puerto de Málaga bajo los Austrias.18 13 . se cantó y bailó flamenco.Pág. se puede sintetizar en unas frases que José Zorrilla. L. Entre ellos: • • • LÓPEZ BELTRÁN. con espectáculos intelectualmente más asequibles y relajados. el periódico sevillano El Cronista del 25-II-1891. LLORDÉN SIMÓN.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. I. M. primordialmente12.La más aristocrática sociedad malagueña suele dar ahora marcado carácter andaluz a sus fiestas y veladas. parece ser que sentían cierta debilidad por el Arte Flamenco...

Participante de la ideología liberal del XIX.Pág... con los que se saldaba el de 1878. la población malagueña aumentaría de manera estrepitosa. y se convertían en clientes potenciales o seguros de los cafés cantantes. siempre por cuenta ajena: por cuenta de una trasnochada aristocracia de tradición medieval.853 habitantes que censaba el padrón municipal de 1842. en seguros clientes de cafés cantantes. se especializaron en la ornamentación de las cajas de pasas.882. se cansaría de soportar una situación cuya máxima filosófica se basaba en la posibilista rentabilidad de la producción agraria. actualizando sus estructuras productivas y propiciando la potenciación del nivel económico de sus jornaleros. donde lograrían un cambio definitivo de status: de súbditos de la aristocracia. los cuales se erigían de noche. que en rentabilizar su inmenso patrimonio. pasaban a ser ciudadanos del Estado. a donde acudían con los bolsillos abultados. incontables familias pertenecientes a la población rural. el tráfico mercantil hacía llegar a la ciudad importante número de individuos locales y foráneos. toda una promoción social. Por ello. intermediarios y transportistas. más interesada en mantener sus caducas prebendas. que proveerían de complementos necesarios a aquella vorágine productiva y mercantil. encontraban en los cafés cantantes unos espacios amenos. la ciudad bullía con trasiegos de agricultores. pasaría en sólo 36 años a 115. así como pequeñas y medianas empresas auxiliares o autónomas. que no se veía correspondida siempre por apreciables mejoras de nivel económico: de Eusebio Rioja.19 las localidades teatrales.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. La agricultura de la provincia encontraba en la red malagueña de comunicaciones. Valgan como ejemplos las imprentas. crecen en la ciudad industrias transformadoras y envasadoras de productos agrarios: desde las antiguas bodegas vinícolas –acompañadas de otras de nueva creación-. el ciudadano rural del interior de la Península. La eclosión demográfica originaría la extensión de antiguos barrios y la creación de otros nuevos. En lógica consecuencia del estado de la cuestión. logrando de este hecho un hábito social. Y alentadas por el liberalismo de la época.19 . Como es de imaginar.Pág. En épocas de vendeja. hasta los ingenios azucareros que se extendían por todo el litoral más meridional de Europa.. que dotadas de la más avanzada tecnología litográfica. las más de las veces periférica. De los 69. trasladarían sus residencias a urbes industrializadas. quienes venían a Málaga siempre o casi siempre con buenos haberes. donde iban a veces en familia.. económicos y confortables. más siervos que trabajadores. unas óptimas vías para comercializar géneros.

. pero sí bastaba para visitar los asequibles cafés cantantes. por el manifiesto poder de éstos sobre cualquier alteración. De este modo. En toda esta historia. véase Masonería. sin duda. libro de Elías de Mateo Avilés. sin ocasionar alteraciones de carácter social.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. nos explicamos tanto la espectacular eclosión demográfica de la ciudad de Málaga –patrón ideal de urbe industrializada. mucho más que en poblaciones rurales. lo que en todos los casos no era una mejor solución pecuniaria. junto a otros muchos motivos. A pesar de sus singularidades históricas. Incumplimiento de grado menor casi siempre y que se manifestaba a niveles individuales.Pág. Situaciones que se manifestaron mayoritariamente en ciudades desarrolladas. como su conflictiva dinámica a lo largo del siglo XIX14. Salvando significativos casos integrados absolutamente en el devenir de la ciudad –veremos después el caso de Paco el Guarrirro. librepensamiento y otras heterodoxias en la Málaga del siglo XIX. moderna y de corte europeísta-. protestantismo. Esta ingrata decepción. 15 Eusebio Rioja. Respecto a la ideología inspiradora en muchos casos de esta situación. los gitanos malagueños. Por nuestra parte y tímidamente. de negativos resultados para la generalidad de la sociedad española. fue también Francisco Bejarano Robles. que sería recogido y anotado por el escritor francés Charles Davillier en Viaje por España (pág. Quien más tinta ha derramado sobre ella. 319).20 .. aunque intentaron siempre conservar abstractos y difusos valores culturales. que nos sirve como ejemplo-.. A su vez. ofrece una semblanza de complexión suficiente acerca del tema. no tuvieron ningún empacho para integrarse en una sociedad tolerante.20 jornaleros rurales.. la mayoría de los gitanos de Málaga procuraron agruparse en 14 Mata al rey y vete a Málaga fue un remoquete que circulaba extensamente por la España decimonónica.Pág. que como sector marginal y conflictivo. provocaría en el siglo XIX revolucionarias situaciones. Tan célebre. poco influyó la población gitana malagueña15. esta frase funcionaba como perfecto catalizador de la conflictiva historia que vivía la capital malagueña y la impunidad que en ella existía. En su artículo Los gitanos en Málaga. Indudablemente. abundamos sobre el asunto en el trabajo Los gitanos en la procesión del Corpus (Málaga. Muy escasos son los estudios existentes sobre la gitanería malagueña. y entre proletarios y burgueses. entre súbditos y señores o señoritos. donde se los consideraba más como elemento pintoresco. 1656). pasaban a asalariados y proletarios urbanos. donde eran acogidos sin mayores problemas que los derivados de su omnipresente incumplimiento de la legalidad. los gitanos del XIX encontraron una cómoda sede en nuestra ciudad.

21 barrios periféricos. entre otras lindezas17. para cuando salte a tierra poner mi campo de guerra en la Cortina del Muelle. pero sin originar nunca conflictos sociales de envergadura. el alcoholismo y la tahurería.Pág. repetimos. En particular. Los traigo en tan buenas leyes. redundarían torpemente en su propio perjuicio. caballos y reyes. los charranes. garitos y jugadores. de tan significante genitivo. el proxenetismo. escrito por Charles Davillier que acabamos de mencionar. Esta situación era acusada y a veces padecida por los viajeros extranjeros que visitaron Málaga. Desde la picaresca más ingenua y golfa. 17 16 Recordemos la famosa décima que cantaba Rafael Flores Nieto: El Piyayo: En la cámara de popa traigo toíto mi tesoro.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.Pág. hasta el matonismo más temible y abyecto. Singular ejemplo es el capítulo XIV del Viaje por España. se sitúa la calle de los Negros. en las estribaciones de El Ejido. Entre la calle Cruz Verde y El Ejido. la prostitución. Eusebio Rioja.. fue siempre el de Lagunillas. que continuamente causaba problemas de convivencia. que servían de hogares a los sin techo. los barateros. excavadas en la arcilla de las lomas colindantes. Todas estas especialidades hamponas asentaron sus El barrio malagueño de mayor censo gitano. pasando por el contrabando. Les interesaba más vivir cómodamente a costa de la ciudadanía malagueña. En él se ocupa de narrar y glosar los delitos de sangre. a sabiendas de que a la larga. comparándolo con la esgrima a florete. los combates a pedradas de los lazzaroni de Málaga. donde supuestamente impondrían sus crípticas normas... uso que aprendería en una academia malagueña.. etc. donde hasta no hace mucho existían cuevas artificiales. Con toítas sus demás tropas: sotas. en los suburbios más extremos16. la próspera situación económica por donde atravesaba la ciudad y el tráfico comercial que en ella se originaba.21 . Por otro lado. proporcionaría a Málaga el establecimiento de un espeso hampa –éste sí. conflictivo y marginal-. las gentes de vida airada. el Altozano. muy concentrado en el puerto y sus inmediaciones. academia a propósito y profesional. habitada tradicionalmente por gitanos. rajadores y desafíos. que causar problemas de inadaptación social. traigo el caballo de oro y la malilla de copas. Los gitanos malagueños fueron tradicionalmente de los más integrados y bonancibles de España. donde encontraban a diario una fuente de financiación constante. ofrece todo un tratado sobre el uso en reyerta de la navaja. Además.

el Círculo Mercantil. Crimen en Málaga. Las autoridades se veían siempre desbordadas por una cantidad de delincuencia.22 • • 20 .. Málaga se vinculó más con Marsella. Mas a pesar de los pesares y como en lógica consecuencia se puede deducir. A.. mucho más en consonancia con el modelo de las grandes metrópolis europeas –a las cuales se conectaba a través de relaciones comerciales-. M.. Véase: ALBUERA. que dotaban de otra dimensión al entramado económico-social de la urbe. Del. por ejemplo. Con abundantes espacios escénicos de heterogéneo corte. la crueldad y la vida. o a veces en pequeñas bandas de endeble y puntual organización. Génova. M.Pág.. encabezados por el Teatro Principal y el novísimo Cervantes –inaugurado en 1870-. 1808-1850. que con Sevilla y Madrid. pp. de Antonio Albuera. confirieron a las clases medias malagueñas un carácter y una vertebración. Nápoles. A. a pesar de que sus actuaciones eran generalmente individuales. ante la cual se confesaban impotentes para controlar y reducir. la burguesía y la clase media malagueña afrontaban el último tercio de la Muy ilustrativo resulta también el libro Narraciones sobre la liturgia de la muerte. Era otro síntoma del modelo occidental de desarrollo. 129-149.. así como Vida cotidiana en Málaga a fines del XIX. de 188620. la Academia Provincial de Bellas Artes. por ejemplo. pág. 19 18 Véanse: CAMPO y del CAMPO. el Liceo Artístico.La Academia de Bellas Artes de Málaga en el siglo XIX.. Cien años de Conservatorio de Málaga.Pág.. Liverpool. de 1852. Eduardo Ocón.. de Antonio Nadal Sánchez. y del resto de España. MARTÍN TENLLADO. por la ciudad afloraron numerosas instituciones de carácter cultural y recreativo. Científico y Literario.22 reales en Málaga. constituida en 184918. fundado en 1841. la Sociedad Filarmónica. A lo largo de aquel siglo. Las antiguas Casa del Consulado del Mar y Sociedad Económica de Amigos de País. Véase: PAZOS BERNAL. Eusebio Rioja.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Londres. de 1862 -con ateneo propio: el Ateneo Mercantil. donde se encajaba la Málaga del XIX. Manchester. creada en 186919 y la Sociedad de la Unión Mercantil. sin la estrecha cohesión que posee la mafia siciliana o la camorra napolitana. 170. y con órgano de difusión oficioso: el periódico La Unión Mercantil-. junto al Círculo Malagueño. G. que con las provincianas y decadentes ciudades del interior andaluz. Venecia. El nacionalismo musical. La Habana o Nueva York. Vida cotidiana en Málaga a fines del XIX. donde encontrarían campo abonado para sembrar fechorías y acarrear a la ciudad justa fama de insegura.

sobre la cual después volveremos. donde los estudiantes acudíamos a comprar cultura. cuando en medio de incontables establecimientos lúdicos. 21 Esta antigua picardía mantuvo perfecta vigencia en los tiempos juveniles de quienes ahora comenzamos a peinar canas. Y el uno de marzo los comisionados dan cuenta al Cabildo de su gestión. aparece: que respecto a la propuesta de que hayan en la ciudad doce tabernas para dar de comer y vender carne y pescado. guardando la ley de Toledo que sobre ellos habla (BEJARANO ROBLES.Pág. Pablo Neruda. 192). F. nos los conseguía. cuenta más de mil tabernas y una sola librería21. quien en su libreriílla de la calle Granada. de quienes resultaba imposible hacerse con escritos en librerías españolas. que entre antiguas y modernas.. Rafael Alberti.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.23 . Leamos esta maliciosa letrilla popular. El 30 de marzo de 1492.. y que cataliza a la perfección el carácter lúdico de la ciudad: Málaga. Sirva este comentario para dedicar un entrañable y emocionado recuerdo a Pepe Negrete. los Reyes Católicos dan carta de merced a Garci López de Arriarán. se manda que en esto no se ponga tasa alguna y haya cuantas tabernas quieran poner los vecinos. y todas las otras de “señores de vinos que querran vender”.. nos proporcionaba en aquellos años finales de los sesenta y principios de los setenta. que no necesita comentario.. las clases menos pudientes también disponían de numerosos espacios para su solaz. los Reyes Católicos envían carta al Bachiller Serrano.. y otras veinte sólo de vino. o del mismísimo Federico García Lorca. Eran títulos y autores prohibidos. Indice del libro V. para hacer casas. frente a la iglesia de Santiago.Pág.23 centuria con pertrechos más que suficientes para dar satisfacción a sus ambiciones lúdico-culturales. tiendas. A la vez. mesones y tabernas (Ibidem. el Cabildo acuerda someter el asunto a la consideración del Corregidor y se comisiona a dos Regidores para tratar con López de Arriarán (Idem). de un sitio y solar entre la cerca de la ciudad y el mar. buen librero y mejor amigo. El 22 de febrero de 1493. Repartidor de la Ciudad. y que nuestras ansias de cultura nos hacían desear con avidez. con “tanto que los mesones no se vendan cosas de comer”. 174). El cuatro de junio de 1492. y dicen: que como la merced hecha a López de Arriarán era muy general y perjudicaba a la Eusebio Rioja. Es lo que sería la Isla de Arriarán. Pero Pepe Negrete. Tiempos finales y feroces del franquismo. o a reflejar brillos alopécicos. Desde el Manifiesto Comunista. Entre las respuestas. donde contestan a diversas consultas y memoriales. tan homenajeado hoy. Los Repartimientos de Málaga. pág. sólo existía en el centro de Málaga un número de librerías no superior al de los dedos de una mano. a poemas de León Felipe. ciudad bravía. pág. abundantes libros prohibidos por el cerril régimen franquista.

agujeteros. pero sí pueda hacer de dichas tiendas mesones o tabernas. donde había hecho diez tiendas. sus luces y sus sombras. quien tenía una taberna debajo de su vivienda en una calleja de la calle San Juan. que con sus más y sus menos.. herradores. Un río perfectamente caudaloso para mantenerlos.por sentencia del bachiller Serrano del dos de septiembre de 1493.. de las cuales pueda usar alquilándolas para barberos. por este tiempo era Málaga un verdadero río de oro. seis tiendas en la acera de la Puerta de la Mar (. sastres. jubeteros. vol.. poniendo en ellas cada uno de un oficio. y para costear sus magníficos cuadros artísticos. debemos consensuar con Fernando el de Triana. he aquí los que hemos encontrado: Ciudad.. más cinco taberneros y mesoneros (Los Repartimientos de Málaga. III y V). Y sabemos donde existía otra taberna -muy cerca de la Isla de Arriarán. ventas y tabernas en la Málaga de finales del siglo XV.Pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. casas ni tabernas.. tundidores.). ni otros oficios que los dichos (. tabernas y hatos de ganado haya mujeres públicas ni rufianes ni hombres de estada. III. mesones. 192 y 193). I. pág. pp.. guanteros y zahoneros.. Entre 1487 y 1496. encontramos en los índices de los Libros de Repartimientos de Málaga. vols. la cantidad de once taberneros. en juicio seguido contra Gonçalo de Guevara. herreros. 32). era muy alta la permisividad para establecer tabernas en la Málaga recién conquistada. en la hazera de cara la Puerta de la Mar (Ibidem.). De los once cafés cantantes que cifraba Fernando el de Triana.). II.Pág. zapateros. entre ellos los cafés cantantes..). (Ibidem. han tratado con él y convenido los siguiente: Que tenga en los dichos edificios que ha hecho y hace. sus riquezas y sus miserias. y que las otras cuatro tiendas que le quedan en dicha acera para utilizarlas como tabernas (.. Un río óptimo para la creación de nuevos espacios lúdicos. en Real Cédula del 20 de agosto de 1494. mandan los Reyes a las autoridades que impidan que en las ventas. 443).. Eusebio Rioja. así como el interés de los Reyes Católicos para que en ellas se guardase orden. A propósito. como los hay (. sin que pueda aumentar el número de tiendas ni poner otras en los mesones. Como se aprecia. De este modo. sus poderíos y sus depresiones. pág.24 A la vista de este retrato panorámico.. (Ibidem. Mesones.24 . o de cada oficio dos tiendas. véase nuestro libro Orígenes de la hostelería en Málaga y su provincia.. o los catorce que recordaba Mariano Morcillo.

y para pintar cuadros.. poco después de que el pueblo español aprobase democráticamente la Constitución que nos rige. presentando el arquitecto don Diego Clavero. se despojaba al público de un sitio que le pertenecía. De él poseemos abundantes retratos literarios y pictóricos. en la que habían de comenzar las edificaciones. Fresca y del Toril. a la aprobación del Ayuntamiento. con la bendición de la mano de la fortuna. En efecto. sobre el solar que dejó el Convento de las Agustinas Desclazas tras su derribo. a unos pasos sólo de la Plaza de la Constitución. El pasaje fue construido por el empresario y promotor Antonio María Álvarez. al poco Eusebio Rioja. Su enclave urbano no pudo ser mejor: nada menos que el Pasaje de Álvarez. Plaza donde concurría el todo Málaga y donde seguramente se coció desde el pronunciamiento de General Torrijos.. el Café de Chinitas nació con gracia. Solicitábase.Pág. pero.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. cuajados de estética. hasta la izada de la bandera constitucional. El café ocuparía el primer piso de uno de los chaflanes de la coquetona placita central del Pasaje de Álvarez. El que desde antiguo entró con las botas puestas. el Café de Chinitas fue el más emblemático café cantante de Málaga. músicas e historias. allá a mediados de centuria decimonónica: Inicióse el expediente para la apertura de esta vía el año 1852. En él se inspiraron literatos. además.Pág. compositores.25 EL CAFÉ DE CHINITAS Sin duda. guionistas cinematográficos y pintores. al labrar sobre el atrio de las Agustinas. que el Cabildo fijara la alineación en la primera de las citadas calles. en un principio. para escribir versos. en el mismo corazón de la ciudad de Málaga. poetas. cuya glosa vamos a intentar.. con entrada independiente por la primera puerta a la derecha. en el sagrado Olimpo de los dioses y los héroes mitológicos flamencos.25 . a este proyecto por entender: que.. el plano general del terreno y el proyecto de la nueva vía particular que habría de establecer la comunicación entre la Plaza y las calles de Santa María. La Corporación Municipal se opuso. en el segundo tramo de la callecita central de la encrucijada que forma el pasaje: el tramo que desemboca en la calle Fresca.

se ha encargado de su taller de grabados D. periódicos. grabador de quien se ha servido dicho Franza durante su permanencia en esta ciudad para desempeñar algunas de las obras que le han sido encomendadas. Eusebio Rioja. Es casi seguro que. pág. quedara realizada la mayor parte de la obra. Paco Percheles reproduce en su obra recién citada (pág. es un pasaje urbano que si bien no ofrece ninguna maravilla monumental ni arquitectónica. 415. al poco tiempo.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. José Gallardo del Pino. Cierto. se entiende en limpiar las botas.. armonía y sabor tradicional andaluz. con puertas a la misma.. presenta homogeneidad. mesas. ya se hablaba en los periódicos del Pasaje Nuevo de la Plaza22. El referido taller. 416) una simpática gacetilla que daría el periódico El Avisador Malagueño en 1856. donde Gallardo ofrece sus servicios al público. Dícennos que la asistencia será también esmerada.26 tiempo. héroe principal. Las calles de Málaga. Pero la industria más llamativa que se instaló en sus comienzos. pues habrá muelles banquetas para sentarse. considerando la importancia de la mejora propuesta. Prueba de ello es el siguiente aviso impreso en El Avisador Malagueño del cuatro de mayo de 1854: Por ausencia de D. frente del Postigo de Arance. Carlos Franza de esta capital.Pág.. Parece que estará abierto el domingo para el servicio público. con motivo de la demolición de dicho edificio. cualidades que invitan a disfrutar del Arte Flamenco. y en 1855 se hallaban los trabajos en plena actividad. se ha trasladado a Carretería. y que el betún. F. número 38. pues el año siguiente. Ya estrañábamos nosotros que no se hubiera establecido aquí una BEJARANO ROBLES. que dice: Se está disponiendo en uno de los portales del pasage nuevo de la plaza de la Constitución. con toda comodidad de los concurrentes.26 22 . señaló el atirantado a que debían sujetarse las nuevas casas... estuvo en el local inmediato siguiente a la puerta del Café de Chinitas.Pág. El de Chinitas. De su historia y ambiente. y sin duda. digámoslo así. situado hasta ahora en el ex-convento de las Agustinas. un saloncito para limpiar botas. será excelente. espejos. etc. fue un salón de limpieza del calzado que según cuentan.

Por el interior y a través de un ojo de patio en el que la vecindad ponía a orear su ropa. que se podía satisfacer el gusto de poseer un rinconcito amable y a su medida. O sea. del libro Encuentros con Málaga. Eusebio Rioja. entraba cenitalmente la luz del día. Si no. Volvamos ahora al café. este salón se ubicó en un local inmediato al portal de entrada al café. alcanzando únicamente los balcones superiores.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. quien quizás ha plasmado mejor el nacimiento y la intención del Café de Chinitas. Eso puede explicar la atípica situación de un local primero de los de su género que se constata en la arquitectura de aquellos decenios. Después veremos como se distribuía el vecindario del pasaje. donde dar rienda suelta a sus –de segurocrápulas intenciones. Café de Chinitas. La cubierta es de teja moruna y vierte pluviales hacia el mismo ojo de patio. donde solazarse y solazar a los suyos. fue el propio Antonio María Alvarez quien dispuso la construcción de un teatrillo para uso particular y de su reducida corte de amigos. Es el periodista y escritor Julián Sesmero.. cuyos escándalos nocturnos preocupaban a las autoridades.27 industria así. cuando en realidad aireaban la atmósfera de un cafetín. y no deseaba tal señor figurar en la nómina de los desacreditados propietarios. Como hemos apuntado. a semejanza de otras capitales de España y del estrangero. con todas las de Caín. en el capítulo Famosos y legendarios... ¡Magnífico! El nacimiento del Chinitas fue sine labe concepto. y hacia la placita que centra el pasaje. de tapadillo.Pág. por el exterior..27 . Con el propósito de crearse el señor Álvarez un escondite propio. ¿asunto de qué iba a construir aquel disimulado antro? Antonio María Álvarez era entonces un especulador con muchos parneses y negocios. por el lado interior. y que convivió con él durante años. En la ciudad existían diferentes cafés-teatro. Y así pone: Nació el Chinitas a poco de quedar finalizadas las obras del Pasaje. disimulando su interior desde la calle por unos huecos enrejados que parecían iluminar alcobas y espacios domésticos.Pág. Para algunos documentalistas locales. eligiendo para ello un local de planta interior que disimulara su existencia a obvios efectos.

Vamos a continuar con el relato de Sesmero. Y así como las tejas de la cubierta se distribuyen en diez segmentos irregulares que casi le dan forma decagonal. con el morbo inherente a la ocultación y la privacidad cómplices y alcahuetas. Carecía de camerinos y los artistas. tenían que vestirse o desvestirse amparados por un sistema de cortinas y lonas que nadie custodiaba. En aquellos años. cuando ver el tobillo a una mujer se convertía en toda una hazaña. Además. elevado en la primera planta.. Su presencia sería ineludible y su participación en los espectáculos sería también mucho más intensa y extensa de cuanto sospechamos... y otros establecimientos). el salón público. Eusebio Rioja. hombres o mujeres.28 Así. cuando el Café de Chinitas era ya establecimiento público: El piano quedaba a pie de escenario y el público se acomodaba entre mesas-veladores situadas con orden y permitiendo estrechos pasillos por donde.28 23 .. el sarao y el pendoneo fueron el sancto spirito de la concepción del Chinitas. en realidad verdaderos reservados para gentes con ganas de jarana nocturna. largas patillas y engomados bigotes.Pág. con dificultades y haciendo cabriolas. El interior del Café de Chinitas y su ambiente fue descrito así por Francisco Bejarano23: BEJARANO ROBLES. pp. Veremos después como el piano desarrolló un papel mucho más importante en la génesis y formación del Arte Flamenco. 3 y 31. el sistema de telones y lonas podría ser una coartada ideal para propósitos eróticos...Pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. transitaban los activos camareros de grandes y redondas bandejas. era casi un círculo pentagonal mal calculado y peor realizado. El escenario tenía dimensiones modestas y a sus lados se abrían seis palcos. ¿Pueden imaginarse mejores principios para lo que llegó a ser un centro flamenco de primera categoría? Pero sigamos a Julián Sesmero: Era un local reducido. ¡Magnífico. una vez más! El señor Álvarez sabía lo que se hacía. de lo que la historiografía ad hoc nos ha pintado. Cafés de Málaga (.. F.

pasodobles y chotis que no dejaban sitio ni para un papel de fumar. donde la gente reñía y galleaba. y el público más preferente ocupaba el escenario.. y los demás. tenía muchas variantes. concurriendo a ellos un público abigarrado y de inferior estado social que el que acudía a los que se daban en otros teatros malagueños. como en la tradicional juerga flamenca se requiere. tal vez de la Cava baja. manzanilla..Pág. quizás en demasía.. integrado por gentes de los pueblos. (.Pág.. entre las parejas. por tres reales buscaban acomodo sentados en sillas de anea o en pie por los huecos del salón. y su poquito de cante y baile. los dos palquillos y las mesas del patio. Los cantaores. predominaba el público modesto. había cuadro flamenco y cátedra de “cante jondo”. Por la tarde era reñidero de gallos. El pintor Manuel Blasco completaría esta panorámica con su visión en el recuerdo: Yo empecé a frecuentarlo allá por el año dieciséis o diecisiete y entonces. Los bailes de máscaras del “Chinitas” fueron también muy populares y alegres.. al ver un frasco de Lorigan de Cotti entusiasmada le dijo a su pareja: “Oh mon cheri ¡cómo Eusebio Rioja. de diferentes edades..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Jerez.. con el consiguiente trasiego de vino. aunque yo allí los pinte. estado y condición.29 En el patio que pudiéramos llamar de butacas. pero había influencia. En los palcos se acomodaba la gente que quedaba allí después de la función y que. Otras veces al atardecer. Se montaba un tablao en el frente de las ventanas. aguardiente o cognac por botellas. en pleno apogeo.. alguna vez la navaja ponía su rúbrica de sangre. En la escalera. Aquello se caldeaba y cuando no había guantazos.29 . aunque los asientos eran vulgares sillas de anea. no solían ocupar el escenario. En los carnavales era la monda y de vez en cuando “la poli” lo cerraba. se apartaban las mesas. guitarristas y bailaores. que disfrutaban unas horas de honesto esparcimiento. se colocaba una barandilla en el centro del salón y un mamporrero con varios golpes en el suelo daba comienzo al baile. empezaba el baile. con apuestas y discusiones. gente del pueblo. constituía el núcleo de jarana y bureo. y durante la celebración del espectáculo. lo más clásico.) Por último a medianoche. tal vez por la dichosa columna. un puesto vendía tabacos y perfumes y una cocotte recién llegada de los Madriles. trajinantes hortelanos y comerciantes.

Pág.. repiquetearon airosos crótalos que hacían mover al bailar. pasaron por el tabladillo de El Chinitas inmensas figuras flamencas de entonces. del cual nos ocuparemos después. vol.. El amigo amable encargó al camarero. Regresando al libro de Sesmero. 119). quien cita a Eduardo Nilo y Compañía como propietarios de un café en dicho pasaje (pág. La Málaga de Comienzas de Siglo. presentándose primero como Casino y Café Malagueño. I.. geniales cuerpos femeninos de audaces actitudes.. escándalo y artes escénicas menores que allí se ofertaba. Luego comentaba el “señorito”: “Cada trueno. convirtiendo así el recoleto escenario en cátedra indiscutible del Arte Flamenco: Cierto igualmente y de ahí parte también su fama. allí en veladas de increíble y sorprendente orden. que el mundo del bullicio.. 21 a 28). seguras de la rentabilidad que en fama les iban a proporcionar una o varias actuaciones en aquel popular escenario (pp. Todo parece apuntar que anduvo varios pasos en su itinerario.Pág. pero no cabe duda de que funcionaba públicamente con anterioridad. se elevaron canciones de tonadilleras de primera fila que no hicieron ascos al local. 24 BLASCO ALARCÓN. M. “Cómprame el frasco y tráete dos copas” y enseñándole el bulto de la pistola el dijo siempre amable: “Si tanto te gusta. apreciamos que acierta una vez más cuando prosigue reconociendo que en medio de aquel enclave de francachela. pp. vamos a tomárnoslo” y claro no hubo más remedio. No podemos precisar cuando se abrió al público El Chinitas. La noticia más antigua que pudiéramos poseer de su existencia como café público. Pues ya podemos hacernos una idea bastante aproximada de la disposición del interior. allí y en no pocas ocasiones y pese a todos.30 me gusta el Lorigan!”.30 . Moñiz. una vez abierto al público el serrallo del señor Álvarez. viene dada por la Guía de Málaga y su provincia para 1878 por Lorenzo L. era un diluvio de perfume”24.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Allí se hicieron famosas algunas actuaciones en las que artífices verdaderos del flamenco alcanzaron gloria y aplausos entre auténticos y exigentes entendidos. tuvo su contrapunto ocasional en la presencia de figuras no necesariamente relacionadas con el submundo de un café con actividad en descrédito. y de la atmósfera que allí se respiraba in illo tempore. Eusebio Rioja. 69-70.

Vida y cante de don Antonio Chacón. 28). que contiene diversos estudios sobre la vida. desde las “soleares” al fandanguillo. Juana. véanse las biografías citadas de Miguel Berjillos y de Gonzalo Rojo. el “Petrolo”. antes de la injustificada difusión del pastiche seudoflamenco de la “colombiana”.. pasearon 25 Con el sobrenombre de Parrala.Pág. “La Macarrona” y el baile en los cafés cantantes. véase Cantaores malagueños. La Edad de oro del Flamenco (1869-1929). Otros muchos “cantaores” de fama. aquí. Véase: BLAS VEGA. últimamente.. también. como Chacón27. vibró en aquel recinto. 169-180). Cd. escribimos con largueza en el capítulo La Parrala sí. Y es también Francisco Bejarano Robles quien nos dejó en Las calles de Málaga. en Historia del Flamenco.. patrimonio de Andalucía. pág. Sobre la vida de Juan Breva. Véase: BOHÓRQUEZ CASADO. hoy desaparecido. M. la obra y el entorno de Pastora. vol. lucieron aquí sus habilidades. existieron dos cantaoras hermanas: Trinidad y Dolores. de Gonzalo Rojo. haciendo olvidar su denominación primitiva y llamándose Pasaje de Chinitas. la Trini. y otros establecimientos). J.. El baile tuvo. como la “Macarrona”30 y la “Juana”. La Niña de los Peines en la Casa de los Pvón. acompañados por los mejores guitarristas del flamenco. durante muchos años y en las mejores épocas del café..Pág... redactados por distintos autores y dirigido por la profesora Cristina Cruces Roldán.31 Según Cafés de Málaga (. nombre que tomó de un actor dramático que lució su arte en el mismo y que trascendió al mismo Pasaje. Véase: PINEDA NOVO. II. La Parrala no de nuestro libro Paco el de Lucena o la redonda encrucijada (pp. Eusebio Rioja. su centro propio y las mejores “bailaoras”. y desde la siguirilla a la bulería. así como el Cd. fue su propietario un popular personaje apodado Manolito el Torero (pág..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Sobre ellas. Alfonso “El Porrilla”28 y. una aproximación a los elencos que actuaron en él: Pero el establecimiento que dio carácter y fama a la calle fue el popular “Café de Chinitas”. En este café-teatro sede durante varios lustros del cante “jondo”. interactivo incluido en el estuche La Niña de los Peines.. la “Niña de los Peines29”.31 30 29 . 340. cuyas vidas transcurrieron entre los últimos decenios del siglo XIX y los primeros del XX. 28 27 26 Sobre su biografía. Vida y obra de la Reina del Cante Flamenco. D. toda una rica gama del cante grande y del cante chico. triunfó la Parrala25 y se escucharon las inimitables malagueñas de Juan Breva26.

. vol. Es verdad que sorprenden las imprecisiones que Paco Percheles cuaja en este párrafo.Pág. ampliaría don Francisco la relación de artistas que intervinieron en El Chinitas. Pero todo tiene explicación: Las calles de Málaga. Incluso es posible que lo regentara durante algún tiempo. el exótico y nada flamenco nombre de Chinitas. En la obra Cafés de Málaga. que acudían a este café para conocer y admirar el arte flamenco (pp. 419 y 420). con los nombres de El Canario. La Rubia33. en Historia del Flamenco. nos da casi de pasada un dato de interés: por lo visto. así como autor de numerosos escritos de temas flamencos.. Carlitos el 31 32 BLAS VEGA. Mucho después. cuanto conocemos de sobra el escrupuloso sentido del rigor que acostumbraba don Francisco Bejarano a verter en sus escritos históricos.Pág. Sobre este legendario cantaor. marinos y turistas. con tanto éxito sin duda. Los cafés cantantes. véase el capítulo Manuel Torre (Significación y genialidad flamencas) de Manuel Ríos Ruiz. pág. vol. La Cuenca34 y los guitarristas Salvador Rodríguez. 245. haciendo las delicias de los buenos aficionados y del público en general. pp. J. bien al apodo de algún actor que actuó en el café.32 por el tablado del Chinitas. principalmente. 419-427. Eusebio Rioja.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Obra escrita en unos años cuando don Francisco no tenía al Arte Flamenco entre sus aficiones investigadoras. respecto a las actuaciones flamencas en El Chinitas.. El Niño de Jerez –como se apodó durante su primera época artística el cantaor conocido por Manuel Torres32-. en: Historia del Flamenco. que bautizó al local con su propio nombre o sobrenombre.y 1963. cargo que ejerció entre 1958 –año fundacional de la Peña. Y tanto más sorprenden. sin mencionar a los extranjeros. Fernando el de Triana. olvidándose así en la memoria ciudadana malagueña el apellido de quien con tanto acierto lo construyó. el genitivo de Chinitas sustituiría también al de Pasaje de Álvarez.. don Francisco Bejarano llegó a ser socio fundador y primer presidente de la Peña Juan Breva.32 . Pasado el tiempo. Y es Gonzalo Rojo quien proporciona el nombre y el apellido de este personaje: Gabriel López31.. II. 33 Véase Cantaores malagueños. Sin embargo. se debió bien al apellido. II. 331-332. De su historia y ambiente fue una de las primeras obras que alumbrara el señor Bejarano: entre 1941 y 1942. pp.

en: El Liberal.33 Betunero y Juan Navas. en el entorno temporal de 1870. estaba la casa de la “Marquesita”. Un rato de charla con Chacón. 313-314.. pero por la muerte de sus padres cuando era menor de edad. El artista declararía en una entrevista periodística que en este año. y tras cantar durante un mes en el malagueño Café del Sevillano o de Bernardo. Chacón que acapara toda la atención artística malagueña. Ella era la condesa de B. Desde luego.Pág. se crió en Málaga con sus tíos y abuelos. LÓPEZ MACÍAS. como al final de la calle de la Victoria. Éste.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. A.33 35 34 . al café de Chinitas...: GALERÍN... Era siete u ocho años mayor José Luis Navarro García ha biografiado a esta bailaora en su libro De Telethusa a la Macarrona.. sólo dos meses antes. Eusebio Rioja. Señora gastosa con afición al buen cante. pp.Pág. el gerente del Café de Chinitas era mucho más espléndido que el señor Bernardo. conoce a una bella y distinguida aristócrata. en 1887. así llamada a la casa. Escribiremos sobre este cantaor al tratar la historia del Café sin Techo. Pero esta vez. emparentada con lo principal de la grandeza española. estableciéndose entre ambos una relación amistosa. frente a las 40 pts. Y continúa José Blas Vega en su biografía de Chacón: En una de estas fiestas. 28). Manuel Blasco contaría en La Málaga de comienzos de siglo. 109). le había pagado a Chacón 25 pts. y tras una gira en la que recorrió numerosas ciudades españolas. frecuentaría las reuniones flamencas que organizaba la aristocracia local. al bordoneo de la guitarra. El Primer contertulio era don Antonio Chacón que embrujaba a todos con el duende de su cante (pág. Dos años después. Y documentado queda por su propio protagonista. 9-VII-1922. que en El Chinitas cantaría Antonio Chacón.. otra vez a Málaga. la copita de Jerez y el desgarre flamenco. daba fiestas y reuniones de amigos. Antonio Chacón regresaría a El Chinitas. Su familia era oriunda de Granada. a quien califica como maestro de maestros (pág. el legendario cantaor Tomás el Nitri. que culminará en amorosa pasión durante casi cuatro años.. volvería a Sevilla al Café del Burrero. que le pagaban ahora en El Chinitas. tendría aún más suerte. En Málaga.. y a los dos meses. Sevilla. ya con ocho duros35. Es muy posible que en El Chinitas se presentara por primera vez ante el público. palacete con jardín de la marquesa de Donadío.

. Pero él que la quería de verdad.34 que Chacón y tuvo una gran influencia en su vida. hasta el extremo de que Chacón trabajó muy poco para el público. de él.Pág. Buenos Aires (Argentina). alegando que moralmente no le pertenecía y que estaba bien pagado con la felicidad conseguida36. pensando que por su condición y origen humilde no le correspondía cambiar de clase. 38 Eusebio Rioja.. a lo que él con noble gesto renunció a favor de los familiares. J. ademanes y don de gentes en el gran señor que fue hasta su llorada muerte37.. que para mí y para muchos.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. 33. RONDÓN RODRÍGUEZ. En su formación distinguida. Recuerdos y confesiones del cantaor Rafael Pareja. Lo que hizo en este tiempo fue dedicarse con gran interés a viajar y escuchar valores locales. Esto es. en: La Nación. El arte popular andaluz. No podía abandonarlo porque para él era algo vital. ella quiso casarse con Chacón. le permitió instruirse. de Triana. de Buenos Aires. La felicidad fue la constante que reinó en las relaciones de la pareja. sino que también adquiriría conocimientos musicales. Chacón ha sido el amo de todos los “cantes” flamencos. porque lo mismo sabía hablar de pintura y de literatura como de medicina38. viviendo el uno para el otro. sobre todo de Andalucía Oriental. su temple y la protección que le dispensó una señora condesa. Y puede decirse.Pág. (. redundaría el guitarrista Ramón Montoya al declarar en el periódico La Nación. su voz y perfeccionar sus dotes. pues éste a su lado consiguió instruirse culturalmente y refinar su sensibilidad y modales. magníficas de por sí. que le permitieron mejorar sus técnicas canoras. con su clara inteligencia.. ANÓNIMO.. No obstante parece ser que ella al morir le dejó toda su herencia.. se negó siempre a ello. no poca y valiosa. hasta transformarse por su educación. Muy positiva para él.) Es curioso. El cantaor Rafael Pareja dejó escrito que Don Antonio Chacón. sin duda. En Málaga.34 . educar. impostando. Antonio Chacón no sólo consiguió instruirse culturalmente y refinar su sensibilidad y modales. 36 37 BLAS VEGA. aprender idiomas. además.. 41 y 43.. 11V-1937. sin que esto quiera decir que abandonara el cante. J. pp. que debió estudiar canto clásico. pág. que no era solamente un “cantaor”. Vida y cante de don Antonio Chacón. fue su residencia en Málaga.

y yo escuché. El 18 de 1893. cantaron numerosos artistas malagueños de mayor o menor prestigio. y según el investigador Manuel Yerga Lancharro. con Antonia Barabino Zambrano. entre ellos. Tomás Morilla Hidalgo.35 . y frecuentara sus ambientes flamencos. recreador de una Malagueña personal basada en el estilo de María la Chirrina. sé que Chacón y su esposa no gozaron de una dilatada vida conyugal. Gonzalo Rojo cita los siguientes en sus biografías: Cantaores malagueños (pp.. Aquí.. Chacón y Manuel Torre.. conquistando a la afición malacitana y ganándose la amistad. con toda probabilidad.Pág. Rafael Moreno el que mejor decía las soleares. en calidad de testigo directo. con quien entabla una apasionada relación sentimental que duró hasta el final de su vida39. sin que me haya sido posible averiguar los motivos. M. contrajo matrimonio en la parroquia sevillana de San Lorenzo. actuando junto a Juan Breva. simpatía y admiración del gran cantaor veleño. conoce a Ana Ariza Urbano. al rey de las seguirillas Manuel Torres. Apuntes y datos para las biografías de Rojo el Alpargatero. Juan Acedo Bellido: El Cachorro de Álora. pp. el malagueñero de la voz de oro. caracoleaba por bulerías o por chuflas y tanguillos: era “La 39 YERGA LANCHARRO. la que hacía estremecerse con su petenera “Niño que en cuero y descalzo” o se entonaba por seguirillas en un hipar de angustia y clavaba su saeta en lo más alto. Juan Breva (yo no lo oí). Allí fue contratado. 35-39) de la Historia del Flamenco: Cipriano Díaz Ramírez: Cipriano Pitana. Antonio Fernández Vargas: El Bizco. igualmente creador de una Malagueña y quien debutó profesionalmente en este café. Eusebio Rioja. Juan Padilla Baltanás: El Breva Chico. relacionaría su propia lista y referiría una simpática broma gastada en el transcurso de una juerga: Allí cantaron. porque él la abandonó marchándose a Málaga. y la “Emperaora” del cante. 323-347) y Voces malagueñas (pp. La Trini. Joaquín Vargas Soto: El Cojo de Málaga y Juan Gambero Martín: Juan de la Loma. como nadie. Manuel Blasco.Pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Joaquín Aranda Hidalgo: Joaquín Tabaco. 36-41. Alfonso Pérez: El Porrilla.. También en El Chinitas. El Café de Chinitas.. Sebastián Muñoz Beigveder: El Pena padre. No se le daban mal las malagueñas a don Antonio. Diego Beigveder Morilla: Diego el Perote. una de las primeras figuras de El Chinitas en 1905. Sin embrago.35 Pero no serían éstas las únicas ocasiones que Chacón estuviese en Málaga. después. Adolfo Carrasco Cerón: Adolfo el Cuchillero. el señorío del cante. natural de Sayalonga (Málaga). natural de Málaga. Don Antonio Chacón.

. cantaba en El Chinitas.. 24. El Cojo de Málaga en los cantes Bajoandaluces. También cantaron más adelante.. Un olvido injustificado: Cayetano Muriel “Niño de Cabra”. baile de brazos y revuelo de cola. conocía mucho mejor los ambientes flamencos más importantes de entonces42. con úlceras de estómago. y a marcarse un garrotín sale una pareja de gitanillos. D.. pág. hizo que le trajeran una vaca y cada vez que pedía una botella de Jerez para la reunión. pág. BLASCO ALARCÓN. “Mire Ud. I.. mandaba ordeñar un vaso de leche para “El Maera”. que hizo célebre su copla “Mira que no soy de maera”. Manuel Roldán: Fajita. J. Antonio yo no bebo más que leche” y Don Antonio que tenía “gracia” y era garboso. al Calderero o al Niño Ricardo40. a principios del siglo XX. (La Málaga de Comienzos de Siglo. por eso yo siempre pongo uno en cada cuadro que pinto de recuerdos malagueños) y también pasaron por el tablao cantaores más modestos. L. cante grande. acompañando a Santiago.. coincidían cantando en el escenario de El Chinitas. 26. 40 Véase: RIOJA.Pág. levantando polvareda con sus batas de cola las Gazpachas. M. el Cojo de Pomares y el cojo de Málaga (entonces había muchos cojos.. en: El Cojo de Málaga. el Niño de la Huerta. 41 42 ARIAS ESPEJO.y durante la que sería la primera salida que realizó de Cabra (Córdoba). 57. pág. Uno de ellos “el Maera”. vol. 70).36 . Un día en una juerga donde yo estaba.. Gracia gitana y orquesta de palmas. E. se presentó en El Chinitas. Otro cantaor que durante sus abundantes y dilatadas estancias en Málaga. J. Diccionario enciclopédico ilustrado del flamenco. Entre un repique de palmas se arranca a bailar la madre de la Paula. I. Según Luis Soler Guevara. y RÍOS RUIZ. El instigador del viaje fue su amigo y acompañante a la guitarra. M. frecuentaría El Chinitas. en: Historia del Flamenco.Pág.36 Niña de los Peines”.Manuel Serrapí Sánchez “Niño Ricardo. En 1907. Anilla la de Ronda y Paca Aguilera44. Eusebio Rioja.. En 1890. SOLER GUEVARA. 44 43 BLAS VEGA. con motivos artísticos. fue Cayetano Muriel: El Niño de Cabra. El Niño de las Marianas43. Textos en homenaje a Joaquín Vargas Soto. Aquello es flamenco puro. quien sin duda. se negó a beber vino. pág. con garbo y tronío la Macarrona. Siendo aún muy joven –nació el siete de agosto de 1870. vol.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. las falsetas de sus guitarras41.

escrito hacia 1908. Joaquín José Vargas Soto “El Cojo de Málaga”. El Carbonerillo.37 . G. con ambos artistas.. Un olvido injustificado: Cayetano Muriel “Niño de Cabra”. a lo mejor. estuvo cantando allí por espacio de un mes. sino al cabo de muchos meses. Prosigamos de nuevo con Las calles de Málaga: Un escritor inglés. Ibidem. portero del café. Sabemos que durante los felices años veinte. pág. sería Joaquín Vargas: El Cojo de Málaga. el cantaor sevillano Manuel Vega: El Carbonerillo.. 53. propietario del restaurante La Alegría.37 Cipriano Martínez. Diego el Perote y Juan de la Loma48. Havelock Ellis. lo hizo en compañía de los cantaores malagueños Diego el Perote y Adolfo el Cuchillero46. cuando habla de la danza menciona al “Chinitas” y le dedica el siguiente elogioso párrafo: “Los bailes más notables. no se descubren. Otro cantaor que actuaría numerosas ocasiones en El Chinitas. Nos consta que en septiembre de 1919. Eusebio Rioja. con “Las Chinitas”.. al recoger en un libro. pp. pág. por ejemplo. hace algunos años. 121. porque nadie se preocupa de ello ni de orientarle a uno. quien cantaba entonces en El Chinitas. En efecto.. Ibidem. 16. trabó amistad con Antonio Losada Herrero: El Nene. junto a La Niña de los Peines y Manuel Vallejo47. También lo haría en 1923. en Málaga. BOHÓRQUEZ CASADO. Así me pasó a mí.Pág. Según escribe Manuel Bohórquez: Tan sonados fueron sus éxitos en este popular café cantante. oculto en ARIAS ESPEJO. ofrecería a Cayetano una comida en el ventorrillo de La Trini. que enseguida acudieron a él algunas de esas personas que se encargaban de llevar a los cantaores a Madrid o a Barcelona para grabar discos49. pág. Dichas y desdichas de un romántico del cante flamenco. donde curiosamente. actuó a menudo en El Chinitas. 46 47 48 49 45 ROJO. Y también nos consta que en 1926. quien era gran admirador de Cayetano de Cabra45. 51. J. pág. y en 1929.. 90 y 104. y donde participó Fernando el de Triana. sus impresiones de un viaje por España.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. homenaje que después detallaremos.. M.Pág.

que Flamenco. después de subir unas escaleras. Además. los románticos del resto de Europa. No se parecía en absoluto a lo que buscaba. apesta a viejo. para su estereotipada y predeterminada satisfacción. escenario de un cuadro danés del siglo diecisiete. que tardara meses en encontrar bailes que le evocaran más danzas de derviches o rituales africanos. donde.. De ahí. siendo pequeño el escenario de El 50 José Blas Vega escribió sobre este café: En la calle de la Pasión. huele acre. Necesariamente. a los menesteres intermitentes de los juegos de azar. Evidentemente. Era una ciudad moderna. ocupaban unas sillas en torno de ellas. tenían que ser tercermundistas. envueltas en hermosos pañolones filipinos. de Sevilla?50. estrechos y mal aireados. La decrepitud que pinta en sepia descolorida y desconchada. ante un grave concurso genuinamente nacional. Sólo le faltó ver una perola enorme en mitad del escenario. sito en la calle de Siete Revueltas? Este callejón sí tenía tramos tortuosos. repetimos que el Pasaje de Chinitas no es monumental ni espacioso. nuestros bisabuelos y sus ciudades. algunas de las mejores bailarinas españolas. ejecutaban ciclos inacabables de característicos bailes españoles. Acaso “Las Chinitas” haya sido la última institución de su género en España” (pág. situada en la callejuela. Por otro lado. la Málaga que visitó Ellis defraudaba sus ansias. Luego me he enterado de que el baile de “Las Chinitas” ha sido clausurado y extinguido con algún pretexto por los españoles celosos. Era una calle estrecha. con misionero dentro. ¿Estaría quizás Ellis en el Café de Bernardo o del Sevillano. que a la próspera Europa del siglo XIX y principios del XX.. pero tampoco es mal aireado..Pág. en tanto que las madres y las tías. 420). y asemejarse más a un cuadro danés del siglo diecisiete. próximo a la Plaza encontraba uno. ya Eusebio Rioja. el refugio de un viejo mundo. veladoras de las artistas. perfectamente actualizada y de corte europeísta. más fácil destruir que levantar.Pág. “quedando adscrita la parte de dependencias.. sino todo lo contrario: ventilado y soleado. anhelantes de unirse al ritmo de la civilización porque es.38 una calle mal aireada. Demasiado se le nota a Havelock Ellis su romanticismo trasnochado. sin duda. el más reducido tabladillo imaginable. hoy Vargas Campos. con varios prostíbulos a los que daba la puerta falsa o trasera del Burrero. Es otro ejemplo de la borrosa visión que poseían sobre España.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.38 . hubo ya en 1847 una sala de espectáculos en el terreno de la demolida iglesia de la Pasión. ¿O quizás estuvo en el Café del Burrero en la calle Pasión.

también. Eusebio Rioja. por mor de sucesivos propietarios (Los cafés cantantes de Sevilla. 420 y 423). no era tan minúsculo51. con el dibujo de García Ramos que retrata el Café del Recreo. en sus primeros pasos por la escena (pp. de seguro. 45 y 47).Pág. en otra representación de la misma obra. por tener cuentas pendientes con la Justicia. 49). es lo suficientemente desahogada como para permitir la instalación de un puesto de tabacos y perfumes. el que luego llegó a ser genial actor.(. alumbrada apenas por la vacilante luz de un candil de hierro colgado en la pared. pág.). sin ser ancha. Un recuerdo serio tiene..Pág. según lo permitía la clandestinidad del régimen –según José Laguillo. “subimos los peldaños de una escalera empinada y estrecha. y el sacar de la Policía a algún actor del escenario. según Muñoz San Román.. Y más además. funcionando. según los distintos nombres que poseyó en diversas épocas. o de El Burrero. la escalera de El Chinitas. y también con Frasquito el Manga. que.. compañías dramáticas de modestas aspiraciones. pp. donde estaba situado el famoso salón” (pág. al final de acto tercero del “Tenorio”. cuando escribió el libro. llegamos al segundo piso. Veremos como sobre él fueron representadas numerosas obras teatrales. Posiblemente la misma que conoció Davillier en su visita al Salón Recreo.39 Chinitas. y en él se adiestrara. en este aspecto: el de haber trabajado en él como tramoyista. ya en paralización. “El Chinitas”.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Sus nuevos dueños le pusieron el nombre de Café de la Escalerilla. 32). porque al establecimiento se subía por una escalerilla de caracol. ¿Estaría Ellis en el sevillano Café de la Escalerilla?52. registrándose en sus anales algunos casos graciosos como la fuga real de un don Juan y una doña Inés. 52 51 José Blas Vega también escribió en Los cafés cantantes de Sevilla: Desconocemos los motivos que tendría Silverio Franconetti para que en 1880 entrara a formar sociedad con don Manuel Ojeda Rodríguez “El Burrero”. también. de Silverio. para la explotación de su café de la calle Tarifa con Amor de Dios. acaso.. de la Escalerilla. (Los cafés cantantes de Sevilla. Compárense las representaciones gráficas que muestran con fidelidad el interior del Café de Chinitas... sintiera nacer en su espíritu dicha vocación artística sobre el tablado de dicho cafetín. la aparición de un don Gonzalo ataviado con una levita. al regreso de su viaje a España y pasado algún tiempo? Sigamos con unas líneas de la propia cosecha de don Francisco Bejarano: En este café actuaron.39 . José Tallaví. ¿Confundiría en su memoria varios cafés.

40 . cita don Francisco a José Aragón como actor cómico de los más populares intervinientes en El Chinitas. hasta parodias carnavalescas. porque de alguna manera 53 Véase: BLAS VEGA. Los cafés cantantes de Sevilla. se detendría particularmente en la actividad teatral de El Chinitas. pp. “C de L”. sobre todo. Va siendo hora de que consideremos que los cafés cantantes eran en realidad cafés-teatro o cafés-concierto.Pág. sobresaliente para don Francisco. que reproducimos en el apéndice número 44. tales como “Bruno el Tejedor”. la atracción artística que Silverio Franconetti anunciaba de forma destacada en su café de la sevillana calle Rosario. El escritor Narciso Díaz de Escovar. fueron representados en el “Chinitas”. Y concluye don Francisco en Las calles de Málaga. y la Autoridad tuvo que decretar la prohibición de ciertas representaciones.. Los cafés cantantes.. y a Juan Bazaga quien lo dirigió artísticamente durante prolongado tiempo. Y que en las tablas de sus escenarios. En Cafés de Málaga.Pág. Ambiente mucho más heterogéneo que la imagen exclusivamente flamenca que se nos ha formado de ellos. como también hemos visto en las demás descripciones. fueron representadas desde obras dramáticas más o menos serias. J. sin exceptuar el teatro de verso como el “Tenorio” a la cabeza. Menciona incluso varias obras del repertorio que allí se representó. refiriéndose al lamentable final de El Chinitas: En alguna que otra etapa y. era la comparsa gaditana Las Viejas Ricas53. y dramones folletinescos como “Diego Corrientes” y “Los siete niños de Ecija”.40 De nuevo y una vez más. como profesor de Arte Dramático que era. más o menos en chufla.. Eusebio Rioja. en los últimos años anteriores a su clausura. En este párrafo capta perfectamente el ambiente que presentaron los cafés cantantes.. repertorio compuesto por algunas piececitas. al escribir su apunte Antiguallas Malagueñas. El castizo café cantante quedó convertido en cabaret. obras de mayor empeño como “La Pasionaria”.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. 38 y 41. el espectáculo degeneró de tal manera que llovían las multas. No olvidemos que durante años. en que cambió su nombre por el exótico de “Salón Royal”. haciendo las delicias de su poco exigente público (pág. se desvió por los derroteros del arte llamado “frívolo”. 30).

Y es que no hemos inventado nada. un Tenorio capaz de sonrojar a la estatua del Comendador y tan peligroso para los actores que hubo que poner tela metálica en el escenario. I... Lagos y creo que también Rosario Pino. 70). ya que era un lugar simpático y de solera y que – bajo las naturales normas de decencia.. clausurado. forma de protegerlos de los castañazos. Aunque nos lo parezca. pág. Pero la característica de las funciones fue la sicalipsis en varietés o representaciones subidas de color y el dos de Noviembre se representaba El Tenorio. Tallaví... siempre resultan interesantes por lo original de sus puntos de vista. Manuel Blasco abundaría así sobre este particular.41 . 31). De todos modos y a pesar de la justificación implícita que hace don Francisco del traumático cierre. en La Málaga de Comienzos de Siglo: Otra actividad fue las funcioncillas de teatro y en aquel escenario.41 hay que llamarlo. más expresivos eran los gestos y ditirambos de la “hermosísima paloma” y de doña Brígida (vol. por la irreverencia que provoca la habitualidad. nos reiríamos hoy de las representaciones porno que podemos ver en cualquier sala ad hoc. Y si las “morcillas” eran de alta pornografía.Pág. a más de aficionados. 419. que descubren a menudo aspectos y situaciones que nos pasan desapercibidos. en Cafés de Málaga se duele así de la clausura: Aun reconociendo esto. Testimonios que si bien presentan a veces imágenes deformes –como reflejadas en ondulados espejos de casetones de feria-. trabajaron en sus comienzos. Eusebio Rioja.Pág.hubiera podido seguir como lo que había sido: como la sede del cante y del baile flamencos.. La condición humana no tiene enmienda. Mas volvamos a los testimonios de los extranjeros.. 420 y 423). Puntos ajenos a nuestra óptica. Cierto.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Si la columnita central del escenario de El Chinitas hablase. y. terminó por convertirse en una casa de viviendas (pp. que no se debe olvidar en este terreno a lo popular de pura cepa (pág. hemos de lamentar hoy su desaparición. Según testimonios confidenciales de quienes presenciaron aquellos espectáculos del Salón Royal..

desgraciadamente. hace algunos años. lanzándose gritos de desafío. quedó tan inconsolable que visitaba la sepultura de Rita a diario. Yo había frecuentado mucho el Café de Chinitas. Ya no tengo quien me diga: “Paco. Esta canción me evocaba a dos viejecitas bailando en la sombra de un tablado. Cuando Sobre la biografía de Rosario la Mejorana. Su marido Paco el Guarrirro. la Rita55. el plato tradicional de los gitanos.. yo estaba inconsolable por esta desaparición. El Café de Chinitas. Ya se murió mi tesoro de oro.Pág.. que se había quitado los zapatos. bailó hasta caer desmayada. el “baliché ta bobí” (jamón con habas). Me parecía escuchar todavía traída por el viento la malagueña: “Ya se murió mi Rita bonita. mientras que la otra continuaba con su danza frenética.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. donde nos detuvimos algunos aficionados y yo. Dos días más tarde murió. La Rita. llévame a los toros”. en la noche de noviembre. véase: De Telethusa a la Macarrona. También y para todo lo referido al baile. desesperada. la madre de Pastora Imperio54. Cuando volví a Málaga. De vez en cuando. 125-130. Vagaba sin rumbo bajo la luna. de José Luis Navarro García. Vale la pena reproducir algunos párrafos. Voyage musical dans le temps et l’espace.Pág.. y que se vestía como un genteman (sic). pp.42 . 55 54 Sin embargo. de Ángel Álvarez Caballero. Espagne. Me acordaba de la historia que me había contado Fernando el de Triana. véase el libro El baile flamenco. y su rival. Fernando el de Triana no hace alusión al caso en Arte y artistas flamencos. entre la Mejorana. Eusebio Rioja. y se veía que estaban descalzas. Bailaban de frente. un rayo de luna las iluminaba. el “sancta sanctorum” del flamenco entre 1924 y 1928. un rico gitano que poseía carnicerías y cafés en Málaga. La más bajita terminó por derrotarse. del famoso concurso en el Café de Chinitas. Frasquito Yerbabuena. cuando se escuchaba allí al célebre Cojo de Málaga.42 Leamos lo que escribió Walter Starkie en Histoire Universelle de la Musique. Las dos gitanas bailaron durante toda una noche. antes de ir a comer a Granada con el inigualable cantaor de “medias granadinas”. Bailes andaluces y flamencos.. fue cerrado para siempre en 1941.

era. Era alta. Del brazo del señor Paco el "Guarrirro".43 . sin duda. como Francisco Bejarano la recogieron en Gitanos de la Bética (pp. 108 y 117) y en Las calles de Málaga (pp. y el de manila o de China en los días en que repicaban gordo. Y pinta así la belleza de Rita: Aquí vivió la famosa Rita.Pág. con grandes ojos sombreados por magníficas pestañas. y a Rita como hermana de Gabriela Ortega. "Gitanos de la Bética".Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. a diario.43 no podía ir. iba aquella mujer causando la admiración de la gente que. en los días de corrida. con exclamaciones intercaladas. Arte y artistas flamencos (pp. Sobre su biografía. al decir de los que la conocieron. Con sus botas altas. Eusebio Rioja. Carlos de Luna.. 239240). que ha merecido el título de gitano de honor por su estudio "De Cante Grande y Cante Chico". sus vestidos lujosos y su empaque de real moza. y a su vuelta le preguntaba: "¿Y bien. de cuerpo cimbreante y majestuoso con garbo. el de.. que tenía buen cuidado de lucir al recogerse la falda con gracia y coquetería. Era hermana de la "señá Gabriela". de cara fina y bonita. y muy cuidadosa de su peinado. verdadera reina de la gracia gitana y una de las mujeres de más salero que han existido en Málaga. Bejarano hace al matrimonio vecino de la calle de San Juan Bautista. El Café de Chinitas ha sido celebrado por un poeta andaluz. respectivamente. Sus poemas son diálogos. La conmovedora historia de Rita y Paco el Guarrirro ha dado mucho de sí en la literatura. F. véase: TRIANA.. llenas de onomatopeyas que resucitan la atmósfera del cuarto del Café de Chinitas donde los aficionados se encerraban con los cantaores y los guitarristas (pp.. enviaba a uno de sus amigos. 61-62). 113-114)56.. y su reciente libro. Pero sobre todo es poeta. 56 57 La traducción es nuestra. la que mejor sabía llevar el mantón de alfombra. y que quedaron vacíos cubiertos con un mantón bordado en blanco y negro.Pág. proptotipo del carnicero de rumbo. la madre de los "Gallos" y tenía una carnicería cerca de la calleja que sirve de ingreso a la sacristía de San Juan. Tanto José Carlos de Luna. para verla salir para los toros. se estacionaba a las puertas de su casa. pero continuó reservando los dos sitios que ocupaba habitualmente con Rita. buena bailaora y madre de los toreros Los Gallos57. te ha pedido algo?" Paco no volvió más a ir a las corridas de toros.

mantilla y flores a la cabeza.. Ángel Álvarez Caballero en Arte Flamenco dice: Rita Ortega “la Rubia”. que estaba embarazada. En efecto. cuya familia gaditana también. partidos en diferencias.44 Murió muy joven aquella prenda de mujer. He aquí como lo cuenta José Luis Pantoja Antúnez: “Una y otra bailaora. pág..) No sabemos que Rita dejara descendencia.) Lo que sí es cierto es que Rita murió joven.. Vale la pena leerlo: Eusebio Rioja.. Y bailó. Él la idolatraba. que se reunieron.. Se conocieron cuando ella bailaba en el Café de Chinitas. inmediatamente después. picadas en su amor propio. Bailó primero la Mejorana de un modo impresionante.44 . para apostar por su favorita.. entendidos y exigentes. de familia muy relacionada con el toreo. y fue considerada también rival de la Mejorana. llorándola la musa popular en sus cantares. contraprodusente. y que vivió una conmovedora historia de amor con su marido. un rico carnicero malagueño llamado Francisco Monje y conocido como Paco el Guarrirro. y cantaor famoso por sus Seguiriyas. II. apodada así por su “hermosa cabellera de oro”... ¡Sí.. Rita Ortega Feria era hija de Enrique Ortega Díaz: El Gordo Viejo (Cádiz.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. después. con un aire de enfado se quitó los zapatos. nació en Cádiz en las últimas décadas del siglo XIX. se murió. de un modo contraprodusente. Y después bailó Rita. que bailaba “todo lo que quería”: “Ya la podían echar a ella! Porque bailaba de un modo. Incluso hay una historia que hace a Rita protagonista de aquel episodio en que su hermana Gabriela tuvo un mal parto después de competir con Rosario la Mejorana.” (.. y botas de raso granate.. y al casarse ella se retiró del baile. y sería ella la que murió tras el baile agotador. De ella decía su sobrino. 61). sería célebre en el cante. señor. a punto casi de dar a luz. (.Pág.. se desafiaron profesionalmente ante un grupo de aficionados. y la amortajaron con un vestido de morilla. ésa era la palabra!” (vol. en esta otra versión Rita se hallaría también embarazada. La madre fue Carlota Feria.Pág. Su muerte fue un acontecimiento y cientos de personas acudieron a ver a la Rita por última vez. el bailaor Rafael Ortega. Y así despieza José Carlos de Luna el curioso atuendo de Paco el Guarrirro. 1830-¿?). ¡Cómo bailó! Que ganó la pugna y.

pero. Nunca usó camisa.. El chaleco. de cafés cantantes y protector de cuantos gitanos con facultades para el cante y el baile acudían a su puerta en demanda de ayuda y consejos.Pág. la mayor parte de los vecinos "calé" del Altozano. en Málaga. ¡sin chaqueta! Calzón abotinado de alto talle y chaleco de corselillo forrado con la mejor seda. la "Mano de Fátima" en coral rosa. que al fin y al cabo no es sino el popular andaluz de su época ultrarrecargado de adornos58.45 58 ..Pág. José Carlos de Luna se refiere al pintoresco atuendo que vestía el cantaor y guitarrista El Planeta. Este gitano.. un elefantillo de marfil y un jorobadito primorosamente tallado en ágata.gorra de alpaca negra y pañuelo blanco de seda anudado al pescuezo con garboso descuido. una enorme herradura de brillantes y zafiros. siempre con paño inglés. que a fines del pasado siglo era dueño. Jamás le vió nadie una mancha ni una arruga. sino camiseta y calcetines de seda de rabiosos colores. reir). de dos carnicerías. también. de sus célebres Escenas Andaluzas.. Siempre al aire o bajo techo -dicen que era calvo como un membrillo.. se afeitaba y mudaba de calcetines y camiseta dos veces al día y casi todos los domingos estrenaba traje. Esta indumentaria fue magistralmente descrita por Serafín Estébanez Calderón: El Solitario en el capítulo titulado Asamblea general de los caballeros y damas de Triana y toma de hábito en la orden de cierta rubia bailadora. y chancletas de cabritilla avellana. la calle de la Cruz Verde y la de los Negros vestían de medio luto a cuenta de los semanales desechos de Paco el "Guarrirro".Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. ni botinas a la moda de entonces. que le tejían en Valencia a su capricho. y colgando de ella en ruidoso tintineo dos onzas peluconas. ni botillos. gruesa como la barbada. ofrece en su excéntrico humorismo material para una biografía con mucho que reír y bastante que pensar. vivió con cierta lujosa holgura muy originalmente alardeada y más raramente concebida.45 Contrapuesto al traje de "El Planeta". Por su tiempo. trabado por la cadena de oro del reloj. fue el que siempre usó Paco "el Guarrirro" (de "guirrar" o "guairrar". y se encargaba los trajes por docenas.. Lo vestía el mejor sastre de Málaga. Empresario. Eusebio Rioja.. sin abotonar.no le echaba sobre los hombros la bordadísima capa con vueltas de terciopelo grana y golpes de diamantes. A todas partes iba y venía en mangas de camiseta si el frío ¡malagueño!.

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. cuyo amor desesperado se volvió demencia.. en el Café de Chinitas. Una historia que por su sentimentalismo. las ojeras azulás. que tuvo de nombre Paco y fue de color subío. que con el aire que tú llevas cuando tú vas bailando y los ojitos de tu cara de vida me van llenando y a toíto el mundo le digo este estribillo cantando: Eusebio Rioja. (pp. Que se la llevó un gitano.. podría prestarse como argumento de cualquier obra literaria. Poco importa que la historia de Rita y Paco el Guarrirro fuese lo veraz que estas narraciones cuentan. que si no hubiese sido real. Se trata de una historia tan lírica y romántica. a la de Los amantes de Teruel o a la de Juana la Loca. hubo una moza trigueña que le llamaban la Rita. "la Rita".. Ay.46 Aseguraban los que le conocieron que con su mujer. la que quiso el señorío. Bailaora de tronío. Una historia de amor que toca con las puntas de los dedos a la de Romeo y Julieta.. merecería que lo fuera. Poco importa que Rita muriese realmente en el Café de Chinitas y en una competición de baile con La Mejorana. Con ciertas modificaciones en el argumento. a la de don Juan Tenorio y doña Inés. hicieron de la historia de Rita una célebre canción: Mi Rita bonita.Pág. la de Calixto y Melibea. la letra de Olivareros y la genial interpretación del tonadillero malagueño Miguel de Molina. la música del maestro Juan Solano. Una historia en la que la exaltación del amor llega al paroxismo de la demencia ilusionada. formó la pareja más original y simpática de cuantas se imaginen. He aquí su letra: Cuentan que en Andalucía.46 . con sus chapines de raso y sus enaguas rizás. dramática o cinematográfica. 108 y 117). Canción que grabaría Miguel de Molina en 1957 para EMI-ODEON.Pág.

Una niña de bandera se interpuso entre los dos y en defensa de su Paco. con sus anillos doraos. que tituló Café de Chinitas. crespones negros ponía. además de escribir los ensayos que cita Starkie (De cante grande y de cante chico y Gitanos de la Bética).Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. Le voilà: Eusebio Rioja.. como hemos visto. cuyo argumento se inspiraría lógicamente en este café y al cual también aludió Starkie.47 . cuando tú ibas bailando y los ojitos de mi cara. En juergas y romerías luce Rita sus bordaos y Paco va de veleta. Con el aire que tú llevabas. la llave de mi tesoro de oro. llévame a los toros.47 Ya me quiere mi Rita bonita. llévame a los toros. plasmó un bellísimo poema de corte hiperrealista. la llave de mi tesoro de oro. citaremos que el insigne poeta malagueño José Carlos de Luna. de pena se van llenado y a toíto el mundo le digo este estribillo. Abundando en el derroche de literatura que provocó el Café de Chinitas. penando: Se murió ya mi Rita bonita. que ya tengo quien me diga: Paco. Rita la vida perdió.Pág. muy próximo a los guiones del cine negro italiano. autor del famoso poema El Piyayo.Pág. ya no tengo quien me diga: Paco... De luto están los flamencos y toda la torería y El Chinitas en sus espejos.

veintitrés: ¡¡Pak!! Otro farol que se enciende y otro pedazo de calle que se prende en el tambor de la llama del mechero.. blanca y caliente. nueve... dos.Pág.) Eusebio Rioja. veintiuno.diez. Uno... En la humedad del ambiente se enrosca. tres. tres. dos. conforme se va alumbrando el paisaje malagueño. y luego dibuja un pico que se clava en la cruz del conventico del “Compás de las Esclavas”. dos.. cuatro. veintitrés.. Uno..48 Tamborileando van los pasos del farolero: Uno. el “Gran círculo Gallero el “Parador de La Perla”. -¡Calentiiiiitas! ¡Ay! ¿Las castañas quemando! (Las va una vieja tostando junto al “Café de Chinitas”.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. y en la luz se va empapando la botica. ..Pág. una columna de humo. Los pasos del farolero ya van su son apagando en el metódico empeño. Se callan bajo un farol que silbando y suspirando va su lumbre espurreando desde la acera al alero. tres.48 . diez.

vino. en reclamo cobijero.49 Luz de candiles. risotadas. patillas. A brinquitos trisca el alma de la prima. se está batiendo a facazos con los mecheros del gas. como láminas de cobre recortadas en el muro del “Compás”. calañeses. tufos.. un momento.49 .Pág. Castoreños. humo. cortando el paso garboso de una chulita tapada. arrebujada en humazo.. se atraviesa en el umbral. -¡¡Calentiiiiitas!! Un miliciano marcial. currutacos y toreros. recamando la estameña del bordón. con chacó descomunal y bengalas de sargento..Pág. bate el charrasco lustroso en la enagua almidonada... Y dengueando entre sombras la pompa de un miriñaque... casacas y marselleses. y. pañolones filipinos. dorada. luchanas.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. dando jaque a un vejete con castora y con futraque y a un mocito con catite y con garbero. Eusebio Rioja. caracoles. Y junto al quicio hace son las castañas crepitando. peinetas y teresianas. Afuera se sale “El Vito” en catarata de palmas. palabrotas.

. platos.50 entrechocar de cañeros. y entre aullidos que jalean y palmas que tabletean. contoneando su cuerpo –que como araña teje una trampa y un nido-. coreando: Eusebio Rioja. por las tablas chorreando. qu’estoy jarta de mortero. está una “chufla” trenzando. Las pasiones se encabritan.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. -¡Buñuelos y chocolate para tres! -¡Camarones. tazas... Rita: Con un pañuelo encarnao y una falda con tontillo de palmitas. coquitos de portugá! -¡Morsiyoooooooooones! -¡Pan de jigo. ¡Que me jaga un armire-e-é que’s-toy-jar-ta de morteeero!” Machos en celo carlean.50 .. cucharillas. cañaiyas! -¡Dos de aguardiente de Rute y un café! -¡Cuatro docenas de cañas y jamón! -¡Una de Pedro Ximén! -¡Ostioooooones con limón! -¡Cotufas y cacagüeses. los parroquianos que gritan. “Qué ganas tengo que pase por mi puerta un calderero y me jaga un armiré.Pág.Pág. relinchando. nueses! ¡Un terremoto de voces y pregones! ¡Una hecatombe de loza y de cristal! Y en el trono del tablao. Y un dulzor de miel de caña. pasas. pringa los cinco sentidos.

Tejer. el Juzgado tomando declaraciones. Y como cosa sabida. en la puerta ya cerrada Eusebio Rioja. repiquetear. ¡jaleo!”.Pág. zumbar de “boleros” y “chaconas. de güe-na-o de mala gaaana.51 El que quiera jonjana que apoquine los parneses. Y allí mismo. de güena o de mala gana. una tromba de guapeza se levanta y no sorprende. incoando el atestado y ordenando detenciones. penas que se aguan en vino.. por antigua y repetida. en su mesilla. un seco pistoletazo. Un guindilla.Pág. y el alegre tintineo de las onzas peluconas en las mesitas de pino. y un pito de carretilla que pone punto al broncazo.. con chistera y con perilla-. Relámpagos de navajas. zanquilargo y bigotudo.. Nadie atiende ni se entiende. rabia que el cielo baraja.. sillas que se hacen astillas. -No es rareza-. -con paletot.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.51 . Despertó la castañera al revuelo de la zambra mañanera. botellazos.

. Inquietas y murmurando van las jacas repujando las cabras del “pitarrero”. meneo! Se arremataron las chuflas y prinsipió er papeleo. Cantan gallos corraleros. lívido de gas y vino. el “chas-chas” de las carretas de la vega y un tufillo a bancales.52 pega un papel con engrudo. a cabaña y a tahona: un tufillo que se embebe presuroso el humo de aceite frito y el aroma del humilde cafelito. Ya recorta Gibralfaro su cresta de murallones En el claror violeta que galopó en La Caleta saltando por Almeyones. “chamuyando” la “bolera”: “¡Ay.. Y un borracho con la capa en larga lagartijera. sigue en la calle..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. ¡tan cordial y tan goloso! Y rayan como diamantes el cristal de la mañana Eusebio Rioja. meneo. que reza en tinta morada y letra de fantasía: “Manda usía: A causa de la infracción de la Ordenanza que rige “Recreos y Esparcimientos” la clausura del local hasta nuevo Otorgamiento judicial”.52 .Pág.Pág. y-em-prin-sipió er papeleooo”. Y de Atarazanas llega el mugido de un novillo.. cansino.

más torero y más gitano".Federico García Lorca rescataría en sus Cantares populares el antiguo poema El Café de Chinitas. grabaría en placas discográficas en el año 1931 para la empresa productora La Voz de su Amo. los vencejos. cano y viejo-. En el Café de Chinitas dijo Paquiro a Frascuelo: "Soy más valiente que tú. el Café de Chinitas ha servido y sirve como fuente de inspiración para numerosas obras de carácter flamenco de distintos géneros.. 2. acompañando al piano a Encarnación López Júlvez: La Argentinita: En el Café de Chinitas dijo Paquiro a su hermano: "Soy más valiente que tú. y allá arriba.53 -claro y fino. Poema que independientemente de su belleza. Entre ellas. se permite unas licencias literarias bastante atrevidas.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. el inmenso artista -más artista que poeta sólo. Poema que musicado.886). jamás pudieron encontrarse en el Café de Chinitas en estas desafiadoras circunstancias.53 . Por las edades de Paquiro y de Frascuelo. este ballet contó con libreto del torero y escritor Eusebio Rioja. Sacó Paquiro el reló y dijo de esta manera: ese toro ha de morir antes de las cuatro y media.. aquí abajo la diana que se afila en el Cuartel de Capuchinos.. en la Alcazaba. el ballet que con el título El Café de Chinitas presentó Encarnación López Júlvez: La Argentinita en el Teatro Falla de Cádiz en 1932.Pág. Por su parte. ni mantener la conversación que se narra. Y ya en el parnaso de la mitología..Pág. Según apunta Miguel Espín en su artículo La Argentinita: vida y obra (pág. más gitano y más torero". Al dar las cuatro en la calle se salieron del café y era Paquiro en la calle un torero de cartel". Pero válganos el poema por su estética.

Y en 1943 ofreció en el Metropolitan Opera House una nueva coreografía de El Café de Chinitas. En la segunda parte de la quinta década del siglo XX. Soto. se exhibía en los teatros la obra En el Café de Chinitas. Disponemos de un bellísimo cartel impreso en seda -el ejemplar que consultamos se encuentra en el museo de la Peña Juan Breva-. Gil Díaz. J.54 .54 Ignacio Sánchez Mejías -quien lo firmó con el seudónimo de Jiménez Chávarri. para presentar este local á la altura de los mejores de los de su clase. También los pintores han cubierto sus lienzos con imágenes del Café de Chinitas.. Historia de un café cantante. Con él nos formamos una idea bastante exacta del sentido de los espectáculos que se daba en los cafés cantantes. Recientemente han sido los artistas naïf Manuel Blasco y Guillermo Narbona quienes lo han evocado en 1971 y 1880 respectivamente. que anuncia la función a desarrollar en su escenario a las siete y media del sábado 29 de agosto de 1896.887). Nada menos que Pablo Picasso plasmó el salón del café.y con el asesoramiento de Federico García Lorca. Con posterioridad y bastante fantaseado.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. que no había que pagar entrada para presenciar las actuaciones. Comienza alertando sobre que dicha función inauguraba la temporada de invierno -¡temprano invierno!-. el nombre de Café de Chinitas tituló una película protagonizada por el tonadillero malagueño Antonio Molina. con entrada al consumo. 1876-1937. y contratar á las primeras notabilidades Eusebio Rioja. con libreto de Jacinto Esteban y música de Campoleón y J. que era nueva la empresa que lo regentaba. Esto es. Y en el año 2001.. Pocos documentos hemos hallado sobre los pormenores de la actividad flamenca que se desarrolló en El Chinitas. con la cual triunfaría después por toda Norte-América (pág.. de García Lorca. No cabe duda de que El Café de Chinitas derramó sus buenaventuras para Encarnación. no ha omitido gastos ni sacrificio. también titulada Café de Chinitas. con decorados de Salvador Dalí y orquesta dirigida por José Iturbi. lo pintó al óleo Roberto Domingo.Pág. y da los nombres del director del cuadro de verso.Pág. cuadro que reproduciría en dibujo F. Al año siguiente estrenaría La Argentinita en el Teatro Español de Madrid una estampa malagueña del XIX. junto a Rafael Farina. 2. así como el de la primera actriz: La Empresa que ha tomado a su cargo este centro de recreo. pero se exigía que se consumiera alguna libación.

Arte y artistas flamencos. La Trini y Manuel Torre (pág.Pág. bajo la dirección del popular y aplaudido actor cómico D.Sinfonía.. como igualmente un buen cuadro de verso.La célebre cantadora por Malagueñas Trinidad Martín (sic)59. 160.. Eusebio Rioja. Véase: TRIANA.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. Veamos el orden de la función programada para ese día: ORDEN DE LA FUNCION 1º. no conocida del público malagueño.. por el Profesor D. Había nacido en Ronda (Málaga). M. JOSE Mº ARAGON y donde figura la inteligente primera actriz Dª. Francisco Orellana. CANTADORAS. (La Trini de Málaga) y la renombrada y simpática Paca Aguilera (de Jerez) (sic)60.Las célebres y simpáticas Antonia y Josefa Ruedas... F.. Apuntes y datos para las biografías de Rojo el Alpargatero.. conocida por la Roteña chica (de Cádiz) y la simpática Milagro (sic) Gallardo (de Sanlúcar de Barrameda)..Pág. la notable y aplaudida Lola Torozio. desconocidas de este público..El distinguido Profesor CARLOS SANCHEZ BAILADORAS. el de. MARIA DEL RIO Continúa detallando así la composición del cuadro andaluz: CUADRO ANDALUZ Tocador de guitarra.55 60 . Véase: YERGA LANCHARRO. 23).55 del género andaluz. Amenizando el espectáculo con intermedio de piano. 59 Realmente se llamaba Trinidad Navarro Carrillo. (de Sevilla). pág.

56 2º.Cante y baile andaluz.. acompañándole las primeras figuras de la compañía. pp. II. pero comprobamos que el Flamenco compartía habitualmente dichos espacios escénicos en mayor o menor intensidad -según qué cafés y qué ocasiones-. intitulado EL SUTIL TRAMPOSO Como decíamos.El divertido juguete cómico. actuaban equlibristas. 5º.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. equilibristas. Eusebio Rioja. y así se nos presenta al acreditado guitarrista y guitarrero malagueño Carlos Sánchez.Pág.Sevillanas. 35-40). Aragón. Se nos había presentado su devenir como exclusivamente desarrollado alrededor del Arte Flamenco. Del mismo modo ocurría en los teatros.. en esta ocasión. de la Historia del Flamenco (vol. del Sr. 3º. con un sin fin de espectáculos de distintos géneros: desde representaciones dramáticas.. Pero podemos extraer más enseñanzas de dicho documento... Otra..Cante y baile por el gran Cuadro Andaluz. Una de ellas abunda en lo referido sobre la importancia del piano en los cafés cantantes.... Castilla. 61 Hemos tratado este asunto en el capítulo La emancipación del guitarrista. a los cuales no nos imaginamos ahora fuera de las pistas de los circos. 4º.La comedia en un acto. denominada GUERRA A LAS MUJERES 6º. Junto a dichas funciones. Lustonó.. destacar el papel como directores del cuadro flamenco que jugaron los guitarristas61. los artistas más distinguidos y trascendentales de la historia flamenca.56 .. titulado BASTA DE SUEGRAS puesto en escena por el Sr. hasta funambulistas. original del Sr. Junto a representaciones dramáticas de los más clásicos autores por ejemplo. Así lo hemos comprobado en otras muchas ocasiones. también este programa nos lleva a la reconsideración de la actividad real de los cafés cantantes. contorsionistas...Pág. hipnotizadores.Baile.El disparate cómico. 7º. etc..

así como Francisco Bejarano quien en Las calles de Málaga. Función diaria por la compañía cómico-dramática que dirige el primer actor Don José María Aragón. Lo reproducimos en el apéndice número 41.. que no llega apenas a caer en el extremo del descrédito sañudo. Se casó con Antonia Atienza González con quien tuvo cuatro hijos: Carlos (1887) que continuó la profesión paterna.. por oficiales y maestros que. Concierto de cante y baile flamenco por los artistas más notables de este género. atinando con bastante seguridad en sus observaciones. Repetimos: el café cantante más emblemático que poseyó Málaga.Pág. con un artículo titulado El café de “Chinitas”. y en el 20 de la calle Grama. aunque lo roza. Otro ejemplo de los programas que en este café acontecían. Domingo Prat se refiere a él y lo cita en Diccionario de guitarristas (pág. Antonia (1890). pág.57 . ni menos del diario La Tarde. que expresa: Salón Teatro Chinitas.. El 19 de abril de 1948. 386). 24). eran al propio tiempo destacados "tocaores" de fama (pág. lo encontramos empadronado como profesor de música en el número 43 del Pasaje de Álvarez. Con motivo de ornar el Ayuntamiento el Pasaje de Álvarez. A las siete y media.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. frente al Puente de la Aurora. José (1893) y Manuel (1898).Pág. un gacetillero anónimo ocupaba la sección Ni más. como el popular Carlos Sánchez. A partir de 1894. lo vemos con taller propio en el 45 y 48 de la calle Torrijos -hoy: Carretería-. ha sido almacén de la tienda de tejidos que existe en la planta baja del inmueble. Cátedra genial del Arte Flamenco durante casi nueve décadas: ¡casi noventa años! Hasta hace muy poco. existieron en Carretería varios talleres en que se fabricaban buenos instrumentos de cuerda. (La guitarra malagueña. en 1885. Se trata de una desmitificación realizada en muy pocas líneas. puede ser el anuncio aparecido en La Unión Mercantil del uno de enero de 1901 (nº 5.167). Alternó la docencia de la música con la construcción de guitarras. Entrada al consumo. 223). Cuando redactamos este Eusebio Rioja.57 Carlos Sánchez Atero había nacido en Málaga en 1862. principalmente guitarras. el periodista describe el café someramente y desmiente algunas fantasías creadas sobre él. Así. Y esto es todo lo que podemos aportar -y no es poco.sobre el Café de Chinitas.. dice: Por las proximidades de dicha calle de Andrés Pérez y en tiempos no muy lejanos de alegría y bureo. Cinco siglos de historia.

.Pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.Pág. Eusebio Rioja... lo reforma su propietario para recuperar el objetivo para el que se construyó: un salón lúdico particular.58 capítulo..58 .

al menos desde 1875. numeración que aclararía la incógnita. 675.. Extremadura y Valencia para 1882..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. N. Guía general de Andalucía. Tuvo sus instalaciones en el Pasaje de Álvarez..59 EL CAFÉ O CASINO MALAGUEÑO Bien pudiera ser el antecesor del Café de Chinitas. Sin embargo. Indicador comercial de España y particular de Andalucía. Aragón. en las guías de 188162 y 188263. N. de José María Rubio y Guerrero. pág. Y conste que es mera intuición. figura como Café Malagueño. Mas nos resulta imposible precisar si el café que anuncia la Guía de Málaga y su provincia para 1878 por Lorenzo L. MUÑOZ CERISOLA.Pág. MUÑOZ CERISOLA. Cataluña. es el Casino Malagueño o el popular Café de Chinitas. No se expresa la numeración callejera en las guías. cuando aparece en el Indicador y guía general de Málaga y su provincia. nos inclina a pronunciarnos por el último.Pág. Nuestra intuición. 331. pág. en 1888 es anunciado como café cantante en la Guía del forastero. Eusebio Rioja.59 63 62 . Moñiz.. Valencia y Extremadura e indicador comercial de España para 1881.. De igual manera.

y numerosas casas de lenocinio. a lo largo del que no era difícil contar las siete revueltas que le dieron nombre. quien dibuja su plano. donde el general Torrijos se alojó durante algunos días y donde conspiró contra el absolutismo de Fernando VII.Pág. con entrada por la calle de Carnicerías (Especería. también picador. con entrada por la calle Especería. desaparecería su último tramo dando lugar a la actual Plaza de las Flores. En esta calle tuvieron sede en distintas épocas. Sólo queda ahora un corto pasaje en ángulo.Pág.. picador. actual).. en la Plaza de Santa Ana. nacido en Alhaurín (Málaga). Por su céntrica situación. la freiduría de El Marqués. el 7-IV-1871. abrieron sobre 1914 el célebre colmao flamenco Villa Rosa. la calle Siete Revueltas se había convertido en uno de los inframundos más sórdidos y detestables de la urbe. Dan fe de ello algunos sucedidos de los cuales nos iremos ocupando. así lo confirman. Tanto los escritores que se han ocupado de él. Con posible origen en las antiguas calles Angosta y de Curtidores. según apunta Francisco Bejarano en Las calles de Málaga (pp.60 . y al banderillero Alejandro Alvarado Martín: Alvaradito. hoy) y salida a la placeta del Toril (Moreno Monroy. la Venta de Farfán64. Junto a Manuel Cárdenas Guerrero: Céntimo. la vivienda del señor Santa Olalla y la imprenta de Luis Carrera. la de Martínez de Aguilar y la de Luis Moya. como los datos recogidos por nosotros. famosas en toda la urbe por la calidad física y profesional de sus pupilas. el selecto Café Inglés. a quien José Blas Vega califica como buen jinete que alcanzó un digno puesto en la profesión. de sinuoso trazado medieval.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. 522-523). el cabaret El Maipú –el primero instalado en Málaga. Un callejón estrecho y fétido. de Madrid (Vida y cante de don Antonio Chacón. que conserva su nombre y se erige sobre el inicio de su trazado. 64 Eusebio Rioja. pág. los bares-marisquerías La Mar Serena y La Mar Chica. El Café del Sevillano se situó en el infame callejón de Siete Revueltas.. enclavado en el mismo corazón de la ciudad de Málaga.60 EL CAFÉ DEL SEVILLANO O DE BERNARDO Quizás fuera éste el café cantante de Málaga que se dedicara con mayor intensidad al Arte Flamenco. 82).. la librería de Enrique Rivas Beltrán. sería objeto de innumerables reformas urbanísticas. hasta que en los años sesenta del siglo XX. las tabernas del señor Pendón López y La Valpeñense. Es posible que este Farfán sea Antonio López Farfán.

juego.. etc. concediéndole la explotación de los burdeles y sus pupilas. Muy conocidos eran los cercanos a la Sacristía de San Felipe o los establecidos detrás de la Catedral en el Postigo de los Abades. como veremos. el más nombrado "Casa de Isabelita la Canóniga".Pág. Heredó el pingüe negocio su hijo Diego Fajardo célebre personaje que aún da su nombre a una calle del centro. la célebre Matilde. Otros en las cercanías de Santiago.. drogas.. Entre lo que hemos encontrado sobre las mancebías de finales del XIX y principios del XX. así vemos como al conquistar Málaga los Reyes Católicos.Pág. o en la Roma primitiva calidad de sacerdocio. Eusebio Rioja. No olvidemos que Málaga.. siempre. Y bien merecerían un largo estudio. nombrar "Putero mayor". Nos dice Montanelli en su preciosa Historia de Grecia: "Las únicas que ganaron un puesto en la historia griega son las hetairas. influyeron en la vida de las naciones. El caso de Málaga (1487-1516) de María Teresa López Beltrán. alcohol.. y alguno cercano a Sólo conocemos los libros Apuntes para la historia de las mancebías de Málaga de Ángel Caffarena y La prostitución en el Reino de Granada en época de los Reyes Católicos. al caballero Alonso Yáñez Fajardo. reproducimos lo que con tanta gracia escribió sobre ellas Manuel Blasco -pintor malagueño primo de Pablo Ruiz Picasso-. que en algunos países llega a adquirir rangos de aristocracia. Antológicos fueron por su cantidad y por las cualidades de sus dependientas. su protección oficial.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. o alrededor de las Catalinas en calle Beatas. que fueron algo entre las "Geishas" japonesas y las "cocottes parisinas". en el centro de la ciudad. Estas mujeres directa o indirectamente. estaban los más bajos de calle Camas o Hinojales. aunque eran otras muchas.61 Poco se ha escrito acerca de los prostíbulos malagueños65. También se ocupan en aproximarse a su estudio Antonio Albuera. incluso en la Grecia de Pericles. aún en la época más oscurantista. como ciudad comercial y portuaria. en España también tuvo. uno junto a la ermita de los Dolores (tal vez con puerta de comunicación). 123-129) y Manuel Blasco.) A más de los tugurios agrupados junto a San Julián y las Catalinas. en Vida cotidiana en Málaga a fines del XIX (pp. casi siempre alrededor de sacristías y cuarteles. Oficio el más antiguo de la historia. (. poseyó numerosos lugares donde era común el ambiente de las más soeces diversiones: prostitución..61 65 . las desparramadas por todo el casco de la población. en el segundo volumen de su obra La Málaga de comienzos de siglo: Por ser las casas más destacadas hemos escogido esta célebre calle "Siete Revueltas".

Pedro el Cruel.Pág. el más cumplido caballero y amigo nuestro. Y un día que vino a verme allá por los años cuarenta pude oírle decir: "Créeme. A causa de una riña. entre otras. Calle en su totalidad de lenocinios la de Granados en la Plaza de Uncibay.. un disparo dejó ciego al más famoso oculista de aquella época.) En la época a que me refiero.) Los contertulios más célebres de los cuales tantas cosas podría contar. de la gran calidad humana del hombre en la oscuridad. la Huevera y Doña Agueda. eran las de más postín las situadas en los alrededores de Los Mártires. calle Lascano. Muchas más se quedan en el tintero pues no trato de hacer estadística. antigua casa solariega. con las muy nombradas casa de la Cartameña. En los años veinte.. en calle Siete Revueltas existían.Pág.62 la iglesia de San José (tan absurdamente demolida en estos días). de aquella tragedia. la célebre "María Montiel" con su ampuloso aspecto de dama de D. escrito en 1935 y publicada su primera edición al año siguiente: Sin embargo.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. De todas las casas.. existe otra Málaga más interesante para el pícaro andante. (. sólo de reflejar el ambiente de la época. hacían espiritismo o juegos de circo en traje de funambulistas... la tabernilla de la "Carola" con mostrador y prostíbulo. motivada por la "Mariquita". "Casa Teresa la Casablanca" y la de "Encarnación la Canosa" y sobre todo las de esta calle Siete Revueltas de la cual vamos a ocuparnos. en esta calle abrió su taberna el Matamoros y se inauguró el primer baile taxi llamado "El Maipú". caminos imprevistos del destino. Pero la más nombrada de la calle era la de "Concha la Gamberra". en un bello edificio. Pero. (. y de la virtud y el amor de una enfermera. la "Casa de la Mae". ahora soy feliz" (pp. eran los ya mentados Carlos Vega y Eduardillo Estrada. Por cierto este salón fue escenario de una tragedia que conmovió a los malagueños. Con demasiada cortesía trata aquí Manuel Blasco el ambiente de aquellos prostíbulos. antes predio de las Clarisas. nació en Málaga un "Instituto de ciegos y sordomudos". antes de "Lola la Chata".62 . que gastaban bromas... pero que el forastero corriente no descubre al pasear Eusebio Rioja.. Muy distinta es la imagen que pinta Walter Starkie en su libro Don gitano. 89-90).

. Otra vez. Disfrutemos con las narraciones de Manuel Blasco: Una vez fue el entierro. era la época de San Expedito. sacaba la cabeza del ataúd y le daba las buenas noches ¡¡. el forastero encuentra de repente una angosta callejuela que conduce a una oscura y maloliente barriada.. tampoco se libró de las bromas de los jóvenes. se veían dos viejas alrededor de un brasero y junto a ellas una joven consumida y marchita. Esta calle lleva el extraño nombre de "Calle de las Siete Revueltas". su colcha roja.) Después de la segunda revuelta llegué a un cúmulo de burdeles de término medio en cuanto a calidad..Pág. cuadran mejor con la imagen que nos habíamos formado de la calle Siete Revueltas. Esto ya era más alarmante.. cogieron a un amigo. la subieron por las azoteas y tejados y la dejaron caer en el patio de “Concha la Gamberra” donde se divertía una reunión de amigos de la casa..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Carlos Vega en una caja. lo pasearon por calle Larios con velas y trompetas.. se quitaba el sombrero y Carlos. a hombros de Eduardo Estrada. que tal fue el Santo. a la entrada. llamaron y Eusebio Rioja.. y en calzoncillos. Ya no estaban cerradas las casas sino abiertas de par en par. Más allá de la cuarta revuelta se veía una luz roja. porque de vez en cuando se pone un Santo de moda. La calle de Siete Revueltas permanece oscura con su ambiente misterioso. Tico Toledo y otros. Eran mujeres pálidas y tristes que se consumían hambrientas en aquellos lóbregos rincones. se nos viene a la memoria el espeluznante óleo La Chiquita Piconera... Y de inmediato. pasando por las estrecheces de la calle Siete Revueltas.) (pp. No cabe duda de que este retrato. El viandante pegándose a la pared. su palma y su halo. Las puertas se hallaban cerradas.63 .Pág.. Al pasar por la calle de Larios. Dentro. 341-343). (. muy fino. He visto pocas calles en España tan canallescas como ésta. lo vistieron de soldado romano. su sable..!! Después la caja llena de sandías.63 por las avenidas de palmeras y las simétricas calles.. Cada casa resultaba más pobre y sórdida que la anterior (. calle que además.. de Julio Romero de Torres. pero la orgía del alcohol rompía el silencio de la noche con áspera discordancia. así como el retrato literario de Starkie. Incluso una vez desmandaron un novillo de un encierro y lo llevaron al portal de la “Montiel”. después de encenderse las luces de la calle principal..

188168 y 188269. había un toro (La Málaga de Comienzos de Siglo... Eusebio Rioja.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. pág. Y así se sigue anunciando en las guías de 186666. es de nuevo Francisco Bejarano: La innovación principal allá por los últimos decenios del siglo XIX. Guía general de Andalucía. pág.64 70 69 . y CERDA. pero se anuncia a nombre de Francisco González. y por cuyo nombre se solía también designar el establecimiento (pág.Pág. Sabemos de su existencia al menos desde 1861. cuando se anuncia en la Guía del viajero en Málaga por Benito Vila (pág. pero de más postín por ser el preferido del "señorío" como se decía entonces.70).. Valencia y Extremadura e indicador comercial de España para 1881.Pág.. 331. según anuncio reproducido en Cafés de Málaga (. pág. L. quien nos hace respirar su atmósfera. Según parece.. E. L. Valencia y Extremadura e indicador comercial de España para 1881. el mejor de los once cafés cantantes que hubo en Málaga por aquella época.. llamado Bernardo70. fue. MERCIER. 119. N. A.64 al abrir. 675. de la. en esta calle. Guía de Málaga y su Provincia para 1878 por.. que fué el más conocido. (pág.. Mas regresemos al Café del Sevillano. la de la instalación en ella del famoso "Café del Sevillano". En 1880. tan popular y de tanto renombre como el de "Chinitas". pág. MUÑOZ CERISOLA. 67 68 66 MOÑIZ. a la izquierda en su primer trozo y entrando por la Plaza. Fué el Café del Sevillano.. cercana a Siete Revueltas (MUÑOZ CERISOLA. 187867. Cataluña.. sin duda.. 312). 331). I. Se trata de Bernardo García. MUÑOZ CERISOLA. Extremadura y Valencia para 1882. en vez de un cabrito. Guía de Málaga y su Provincia por. que estuvo en lo que hoy es un solar con valla de madera. 67). N.. 168. pág. Aragón.... quien debía ser el propietario del inmueble.. y quizás la sede más importante del cante y baile flamencos. cuyo edificio ocupaba hasta cerca de la segunda revuelta. sevillano.. era propietario de un cafetín. fue fundado por un tal don Manuel. en la calle del Toril.. con su correspondiente secuela de juerga y de bureo tan al orden del día por los tiempos a que nos referimos. pág. De todos modos. y otros establecimientos). vol. sin disputa. Indicador comercial de España y particular de Andalucía. N. Guía general de Andalucía. 526). de donde le vino su denominación pasando más tarde a otro dueño..

en cátedra.Pág. el 20 de junio de 1949 y recoge Miguel Berjillos en su libro Vida de Juan Breva: Entrando por la plaza actual de José Antonio. amén del mostrador indispensable... de los artistas. 526-527). con otras dependencias accesorias constituían el café. durante el último tercio del siglo pasado (pp. quien fue cronista de la ciudad de Málaga.. mantuvieron el gusto. expresión la más perfecta del arte plástico vivo.65 La pintura del interior la extraemos de un artículo de Joaquín Díaz Serrano. No faltaban tampoco pintorescas tertulias. predominando la gente pueblerina y no pocos marinos de los buques surtos en nuestra bahía. A la izquierda el "tablao". sí que costumbrista y simpática de los elencos artísticos y del ambiente habitual del Café del Sevillano: Eusebio Rioja. Por allí desfilaron casi todos los artistas entonces conocidos. varios palcos. en la época de "Juan Breva" era el dueño su hijo Bernardo. El propietario primero del café se llamó Paco el "Sevillano" de donde provino su nombre. un salón amplio. de esta manera: Un salón central lleno de mesas y sillas. alrededor unos palcos más elevados y un tablado al fondo. frente a la puerta otro más reducido.Pág. rayano en apasionamiento. los cuales. a los sones de floridos rasgueados y primorosas falsetas de magistrales guitarras. en el primer recodo de la izquierda. no escenario. publicado en La Hoja del Lunes. toscas mesas de pino. La casa constaba de dos plantas. la pequeña puerta de acceso. mapa y centro del flamenquismo malagueño. rodeadas de sillas de anea. pero aquel pequeño tablado tenía la prestancia de una institución y se convertía. por obra y gracia del arte popular andaluz.sería iluminada por Francisco Bejarano en Las calles de Málaga. En el interior de la derecha. 28 y 29).65 . Y además presenta Paco Percheles una panorámica que si no rigurosa. El público que concurría a este café era muy heterogéneo. Esta fotografía -más daguerrotipo que fotografía. El aspecto del café era modesto. Adosados a las paredes relucientes aparatos metálicos para mecheros de gas. integradas por los buenos catadores del arte flamenco (pp.. sobre el "tablao" y en forma de visera. por todo lo flamenco. Constituían su menaje. con su cante y su baile.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.

"Loriguillo". como también a "Juan Breva". vol. no el torero. triunfaron en el Café del Sevillano o de Bernardo: "La Paca". en los bolsillos. y el "Mezcle" que lo hacía por "seguiriyas". que cantaba por serranas72.Pág.66 Guitarrista del café fué Carlos el "Betunero". a tal efecto. Eusebio Rioja. pág. cuya fama ahorra adjetivos.66 . "bailaora" que actuaba vestida de hombre. y el "Chato Javero" que prefería en sus actuaciones cantar por "javeras". y otros establecimientos) (pág. 329 a 331. célebre por sus malagueñas73. se escuchó allí al gran Chacón en los comienzos de su carrera. tocando también en él otros como el maestro Ojana. "La Cuenca".. donde Gonzalo Rojo lo biografía.. Entre los "cantaores". sino un pariente de los Gallos y del Guarriro. verdadero artífice de las "guajiras". natural de Alora. forrados de hule. 324. teniendo seguidores e imitadores más modernos.. el "Canario". en un desplante de agitanado narcisismo. cuya madre hacía los papeles de característica. sevillanas. También fue famoso "Paquiro". soy el Petrolo que para cantar guajiras me pinto como yo solo”.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. Como artistas del baile flamenco. Véase: Cantaores malagueños. II. y otros entre los que destacaba el "Petrolo"71. entre los que había uno parodiando a los "quintos" que producía la constante hilaridad de los espectadores y que perduró en los escenarios de variedades hasta época relativamente reciente.. 73 72 71 Ibidem. con la guapa actriz malagueña apellidada Santiago.Pág. Existió asímismo en el Café que tratamos. variante de las malagueñas pero de aire más lento.. llamado así porque en las reuniones acostumbraba a guardarse las lonjas de carne asada que le correspondían. por lo menos durantre algún período de su vida. Paco el "Bisté". mezcla de danza y pantomima de su invención. cantando: “Señores. llevándolos. un cuadro cómico que dirigía el actor Flores.. 68). Este elenco artístico dió a conocer en el escenario del "Sevillano" algunas piececitas como "En las En Cafés de Málaga (.solía terminar. y el célebre "Raspao". dice don Francisco de El Petrolo: . las hermanas "Borriqueras". que alcanzó gran popularidad por la comicidad de los bailes.. pp. en Historia del Flamenco.

El portero. triunfaban y se divertían en una época de facilidades y despreocupación que había de desembocar en la dolorosa lección del 98. estorbaba a los chicos de entonces la entrada gratis al salón. que era el vino preferido entonces y. era un cascarrabias.67 . en cambio.y aún algunos émulos de don Hilarión. "Don Vd. Con las nuevas costumbres que trajeron otros tiempos y con el auge del "género chico" que atrajo la atención del público hacia escenarios mejor condicionados y más escogidos. en general de más fondos.67 astas del toro".. Era un viejecito vivaracho. que podrían tal vez agruparse bajo la denominación de juerguistas flamencos. que. mencionando siempre el rasgo del atuendo o de la persona que se le antojaba más característico. patillas y pantalón abotinado. pág. con un vergajo en la mano. sabemos que era cantaor y creador de un estilo personal de Malagueña74. el de las patillas". mientras en los palcos solía reunirse un personal abigarrado también y que.. constituído por "señoritos". Se bebía manzanilla. el cante "sólo para los amigos". que puede servirnos para reconstruir el ambiente del mismo. artesanos y muchos "catetos". 527-528). Una viñeta del "Madrid Cómico" en su número del 8 de diciembre de 1894. 332. ¿Cómo tocarían Carlos el Betunero y El Maestro Ojana? De este último. Eusebio Rioja. "El Lucero del alba". los jóvenes de aquellos tiempos -hongos o sombreros anchos. "Don Vd. 74 Ibidem.Pág. "alternaban" en estos palquitos aparte de otras mujeres. capas.. el en un tiempo famoso "Café del Sevillano" (pp. un poquito de "zapateo".Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. al que apodaban "Chanela". que tenía la costumbre de nombrar a los parroquianos no por sus nombres sino llamándolos muy respetuosamente "Don Vd. Las propias artistas en los intermedios y cuando terminaba la representación. el de la Bimbita" y así por este modo. pero estaba integrado principalmente por gente modesta. risas y bromas.Pág. en los últimos años del siglo. reproduce un palco del Café del Sevillano. entre caña y caña. fué languideciendo hasta morir. en puridad no puede llamarse más selecto. gente de negocios y. el de la capa". "Buenas noches señor don Simón". Un tipo popular del café del Sevillano fué el mozo del mismo. debida al popular lápiz de Cilla. El público que ocupaba el salón era heterogéneo.. simpático y servicial como a su oficio convenía.

su acompañante le dijo: -Tú cantas mejor que ese.. Y así dice Berjillos: Siempre había un vecino que le acompañase con su carga. como cante de María Tacón76.Pág. pero su vecino se alejó un poco y gritó con fuerza: ¡Que cante “Juan Breva”! El público repitió la oración. A los pies del “cantaor” veleño llegaron sombreros del público enardecido que no dejaba de pedirle que cantase de nuevo. conocido artísticamente por Juan Breva. ya desaparecido. Y el Café del Sevillano fue escenario y testigo del lanzamiento profesional de uno de los más gloriosos cantaores de todos los tiempos: nada menos que Antonio Ortega Escalona. Miguel Berjillos narra la primera aparición artística realizada por Juan Breva en el malagueño Café de la Paloma.. con su parodia militar?75. ni sus imágenes. cuando anunciaron a un “cantaor”.. Dicha aparición fue completamente ocasional y careció en absoluto de formalidades. 324. no nos han llegado sus voces. Lamentablemente. especialista en Jaberas.. donde llegó a conocerse por su nombre. En su libro Vida de Juan Breva. Eusebio Rioja. pág. pero que se cultivaba por la comarca de la Axarquía. y así fue conocida por vez primera una voz. Los demás artistas citados en el texto.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. y en una de estas ocasiones que iba con uno de ellos. También cantaría en el Café del Sevillano o del señor Bernardo. 76 75 Véase el capítulo citado de Gonzalo Rojo. porque decían que con el pregón de “Juan” siempre estaba el fruto vendido. se había trasladado a ella desde Vélez-Málaga. Con motivo de vender sus brevas en la capital. Los dos se sentaron en una mesa y pidieron unas copas. al terminar la venta dejaron los burros en una posada y penetraron en un céntrico café. Juan.Pág. Ortega no le hizo caso. están más o menos biografiados en unos y otros libros. Las Hermanas Borriqueras. al escucharle. cante casi olvidado en la capital malagueña –seguramente a causa de su dificultad-. al parecer el de la “Paloma”. El Raspao o Paquiro. un estilo y un sentimiento que aquel público no pudo imaginarse.68 ¿Cómo tocaría? ¿Y cómo cantaría El Petrolo: verdadero artífice de las guajiras? ¿O Paco el Bisté o El Chato Javero? ¿Y cómo bailarían La Paca. María Tacón. café sobre el que no hemos encontrado más noticias. y. no mencionados por nosotros.68 . aún adolescente.

Pág. y como quiera que este café era lugar de concurrencia desde la mañana a la noche. es un ruiseñor que se ha escapado de su nido. pero antes dijo a los que había en el local.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. si éste decidía profesionalizarse. Rogelio. no iba a Málaga una sola vez que no le hiciera una visita. que tanto recuerdo le producía en recuerdo de los días de la enfermedad de su hermana. el buen muchacho decidió regresar a Vélez-Málaga y consultar con su padre tan seria proposición. tras de hacerse su temple de guitarra. el “tablao”. regresó a Málaga en busca de Ramírez Acosta. Juan Breva conoció a un capitán del ejército llamado Rogelio Ramírez Acosta. presente en el café y buen aficionado. No es la única vez que la encontramos referida. Miguel Berjillos continúa narrando que a causa de esta improvisada actuación. Eusebio Rioja. tras de cambiar impresiones con el veleño. Señores: les voy a presentar a un nuevo “cantaor”.. su bienvenida. fue el primer motivo para que más tarde le dejara una gran parte de su existencia (pp. y con un saludo insinuado para todo el público... Sin embargo. La costumbre de hacer cantar a algún aficionado por sonoras instancias de sus amigos. que era su dueño. Breva subió al tablao sonriente. Sigamos las páginas de Miguel Berjillos: Desde que el veleño conoció a D. Se lo presentó al señor Bernardo. Después veremos como Diego Beigveder Morilla: Diego el Perote fue presentado de igual manera en el Café de España. le replicó su buen amigo. Rogelio.. en caso de triunfar profesionalmente como cantaor.69 Málaga le había dado a “Breva” su primer aplauso. y hay que celebrarlo. el señor Bernardo le ofreció. y aquel agrado con que él la recibió. Años después. debió ser bastante prodigada en los cafés cantantes.69 . que en el decir de nuestro amigo D. con quien trabó amistad y quien se ofreció a ejercer influencias en los ambientes flamencos malagueños a favor de Juan. pero en esta ocasión era la que le daba a D. Lo estuvo invitando en su casa y después salieron directamente hacia el café del Sevillano. siendo ya mayor de edad y tras convencer a su padre de las indudables posibilidades económicas que lograría. empieza su acompañamiento para luego romper su recia voz a cantar aquella misma copla. y que ya estrenó en la fiesta de la Campiñuela. Esto es una grata noticia.Pág. Rogelio la grata sorpresa de que llegaba dispuesto a convertirse en profesional del cante. 15-16).

. sabía lo que esto suponía para su café en una temporada. el gran organista de la catedral de Málaga. le dijo a “Breva” con un gesto de buen humor: -Has aumentado la tarifa de los buenos “cantaores”. El aplauso del público. dejó una noche sus preocupaciones artísticas. 27-28). tras su regreso de América77. A pesar de lo dicho el público insistió tanto que volvió a cantar. pág. 117). El señor Bernardo estaba interesado en asegurar su primer contrato en Málaga. pero cuando terminó lo cogió del brazo diciendo: -Esta noche o mañana tendréis tiempo de escucharle. también se presenta profesionalmente en Cádiz como cantaor Silverio Franconetti.. sino que recordando que había nacido en Benamocarra. de la Historia del Flamenco (vol.70 La tierra tiembla de espanto viendo a mi madre llorar. vais a perdonarme.. Le doy cuatro duros por actuación. F. No tan sólo que no le defraudó.. que hasta Ocón Rivas. pero D. Un acontecimiento que Gonzalo Rojo fecha en el año 1864. Al año siguiente. y fue a escucharlo.Pág. El año de 1864 sería crucial para la génesis del Arte Flamenco. Corrientemente se venía pagando en todos los cafés cantantes de Málaga a los mejores de diez a quince pesetas. pero lo primero que tengo que hacer es asegurarle al “cantaor” el contrato. Rogelio exclamó: No había escuchado en mi vida cosa igual.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. No había forma de evitarlo. y se dijeron tantas cosas del veleño. Rogelio que había calculado menos cantidad. Al encontrarse éste con D.70 . 29. algo increíble. Así es como narra el acontecimiento Miguel Berjillos. Su voz es la expresión de la misma naturaleza donde se ha formado” (pp.. y uno de los buenos maestros de música de España. en su capítulo Juan Breva.. pág. y la fuerza creadora de estas tierras veleñas. Eusebio Rioja. y los gritos del señor Bernardo eran ensordecedores. II.Pág. El dueño del café saltó al tablao y dijo: Señores. varias 77 Núñez. Hombre despierto en los negocios. Quedó el contrato cerrado y durante la temporada que había previsto el señor Bernardo el café del Sevillano fue el más concurrido de todos. dijo en una reunión de gente conocida en los medios artísticos del cante andaluz: “Vélez nos ha dado el mejor ruiseñor de los sotos de sus ríos.. Y dónde iba a ser si no. acompañado por El Maestro Patiño. Es cuando.

Francisco Díaz Fernández “Paco Lucena”.. después de atravesar una inevitable época de formación. acompañado también a la guitarra por El Maestro Patiño.. hemos ido publicando los siguientes estudios: RIOJA. fijo y esplendoroso el Arte Flamenco en 1864. en: Historia del Flamenco.71 son las actuaciones de Silverio que registra José Blas Vega78. RIOJA. E.decidió llevarlo a que tomase un oficio.. en: revista Jábega. “Noticias inéditas”. vol. el día primero de junio de 1859. pp. Lucena. el Café del Sevillano sería igualmente escenario y testigo del lanzamiento profesional de uno de los más grandes guitarristas flamencos de todos los tiempos: nada menos que Paco Lucena79. puede considerarse perfectamente limpio. 24-35. El guitarrista Paco Lucena. pp. en: Historia del Flamenco. E. D. E. lanzados profesionalmente Juan Breva y Silverio Franconetti. Sobre la biografía de este cantaor. Cien años de que nació y aún vive. • Silverio Franconetti. Desde niño. 79 Sobre la vida y la obra de Paco Lucena. • PINEDA NOVO.. Rey de los cantaores.. E.. 84-87.. Paco Lucena: la proyección histórica de su toque. porque dicho barbero tocaba bien la guitarra y él quería aprender a tocar. Silverio Franconetti. Paco el de Lucena o la redonda encrucijada. RIOJA. Los días 8 y 15 de julio lo haría en el Teatro Principal de Jerez (Cádiz) y los días 16 y 28 de octubre en la Fonda del Turco. véanse también: • VV. Sus relaciones con Málaga. de San Fernando (Cádiz)..Pág.AA.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Paco de (Francisco Díaz Fernández). La más antigua fue el 25 de marzo en el sevillano Salón del Recreo. en: Pequeña gran historia del flamenco. RIOJA.71 . había mostrado tal afición a la guitarra que cuando su padre -un humilde y necesitado bracero del campo. Eusebio Rioja. II. Textos del Encuentro celebrado en Puente Genil en junio-julio de 2000. E. Así pues... E. Francisco Díaz Fernández: Paco el de Lucena había nacido en la cordobesa localidad lucentina. Más sobre Paco Lucena. Revista de Flamenco. Silverio Franconetti. le pidió entrar de aprendiz en la barbería del maestro Espinosa. en: Diccionario de la Música Española e Iberoamericana.. en: Candil. RIOJA. RIOJA. 78 Véanse de este autor: • Silverio.. con el acompañamiento guitarrístico de El Maestro Patiño. Pero años más tarde.Pág.

Tan importantes como la bacía o la navaja fue la guitarra para los barberos... Y ya antes. y ésta era su pena". y vi (¡qué cosa tan admirable y qué justa pena!) los barberos atados y las manos sueltas. Con ellos no hacía sino encarnar con la mayor naturalidad en sus creaciones uno de los graciosos detalles de la vida social de su tiempo.. y sobre la cabeza una guitarra..artelinkado. ni un molinero sin rabelico" (pág. la guitarra les huía.72 Y convendría ahora hacer una consideración de interés: la antigua afición que han profesado los barberos españoles a la guitarra80. revista informática de guitarra. septiembre. "Pasé allí. 138).guitarra.72 . 39).com. 2003. Tal es la cantidad de veces que Miguel de Cervantes mienta en sus obras la guitarra tocada por barberos y con tal conocimiento del instrumento y su música. que Miguel Querol se plantea si Cervantes habría tocado la guitarra. que según Quevedo. y llegó a serles más connatural que la misma navaja..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. en la segunda parte de "Guzmán de Alfarache (III. y cuando iban con aquel ansia natural de pasacalles a tañer. Tanto es así. ni un boticario sin ajedrez.Pág. dice.. ni un barbero sin guitarra. Numerosos son los curiosos y simpáticos testimonios literarios que hemos encontrado al respecto. en el "Sueño" titulado "Las zahurdas de Plutón".. 80 Véase: RIOJA. el tormento de los barberos en el infierno consiste en no poder tocar la guitarra. en: Eusebio Rioja. www.Pág. He aquí lo que escribió Miguel Querol Galvadá en su libro La música en las obras de Cervantes: Sabido es también de todos cuán aficionados a la guitarra son los barberos de la literatura cervantina. antes de quedar tullido su brazo izquierdo (pág. E. Mateo Alemán. 6) dijo: "no pasa un médico sin guantes y sortija. Recordemos también la célebre confesión que hizo el poeta cordobés Luis de Góngora y Argote en sus Coplillas: En mi aposento una guitarra tomo que como barbero templo y como bárbaro toco.... La guitarra en manos de los barberos constituía una verdadera potencia festiva. Los barberos españoles y la guitarra.

que es donde comúnmente se rasguea. 4). vierte Antonio Flores en el artículo de costumbres titulado El barbero: Acui se uenden sanguiguelas de superior calidad y se da Razón de un Maestro de guitarra por cifra82. y se toca á lo Barbero (pág. en su método titulado Arte de tocar la guitarra española por música: Se tocará este instrumento con las dos manos.Pág. dibujaría con lirismo el siguiente cuadro: Cerca del hotel. ante ellos.. Los viajeros extranjeros del XIX se sorprenderían de esta costumbre y la plasmarían en sus libros de viajes. la izquierda puesta en disposición que esté suelta y libre para correr hasta el último traste: la derecha estará con alguna sujeción casi arrimada a la boca. una joven que 81 Esta es la fecha de la primera edición de su libro. tocaba la guitarra para él. y no junto al puente. Pero continúa con este significativo relato: Mucho antes de ponerse el transeúnte a tiro de navaja en las barberías. Por tocar la guitarra por cifra. El sistema de tocar por cifra se contrapone a tocar por música. 1031).Pág. mediante solfeo. que escuchaba atentamente su música. 82 Eusebio Rioja. un barbero estaba sentado en el umbral de su puerta con un soldado. Observemos como constituye este párrafo todo un avance de la técnica que con posterioridad.. hiere sus oídos el rascar de la guitarra con que el mancebo entretiene la ausencia de los parroquianos.. esto es. pero la que manejamos es la de 1799. se entiende el sistema de notación musical llamado tablatura en el Renacimiento y el Barroco. Así.. se usaría para obtener en la guitarra el sonido que conocemos como sonido flamenco. el ruso Vasili Petrovich Botkin que estuvo en Málaga en 1845. merced al poco gusto que se observa hacia las filarmonías ratoneras (pág.73 El tratadista de guitarra Fernando Ferandiere escribió en 177181. son estremeñas. Y sigamos con el jocoso anuncio que colocado en la puerta de una barbería. y consigue tener siempre desalquilado el piso principal de la casa. porque ahí es donde se saca un tono dulce y agradable.73 .Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.

El barón galo Charles Davillier también se haría eco de la pintoresca estampa barbera en Viaje por España: No hay que olvidar una guitarra colgada en la pared. Véase apéndice nº 3. sólo que en lugar del brillante traje de Fígaro lleva sencillamente un pantalón. pp.74 hacía sonar sus castañuelas. registramos su existencia desde el siglo XVIII. Bella y poco conocida descripción del Fandango. bailaban fandangos83. y no pierden ocasión de improvisar su coplita en honor de alguna bailarina de talento (Viajeros románticos en Málaga. C. iba a decir. Eusebio Rioja. en L’Espagne sous Ferdinand VII (1839). recorriendo a partir de este tono la cadencia andaluza (el tetratono La menor. Astolphe Custine había escrito un párrafo casi idéntico a éste.. No tenemos más que recordar los Fandangos compuestos por el padre Antonio Soler.para formarnos una idea muy sensata y aproximada del mismo. canturrear canciones. "Jóvenes".Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. es la que arroja el nº 27 de la Revista Pintoresca de El Avisador Malagueño. Y La menor en el estribillo o ritornello. versos o tercios. es el canto/baile/toque más interesante de cuantos puede ofrecernos el repertorio de música popular española.de Do mayor en la copla. animadas melodías. Fa mayor y Mi mayor). donde sólo la juventud se divierte. pero este adjetivo convendría mejor a Europa. como aire popular genérico y con escasa concreción. Sol mayor. risas y charlas alegres y. Un buen análisis sobre ellos puede encontrarse en el libro Bailes de candil andaluces y “fiesta” de Verdiales. balanceaba su cuerpo como se acostumbra a hacer al comienzo de toda danza española. que daba a la plaza. 428). Custine estuvo en Málaga en 1831 (MAJADA NEILA. el 4-VII-1847.. Viajeros románticos en Málaga. 117)84. el regocijo más desenfrenado. pág.. si bien no bailan con los jóvenes.. El Fandango.Pág. acompañar sus bailes con la guitarra.74 84 83 . que firma las iniciales S. en el artículo titulado Costumbres Andaluzas. J. en Andalucía los viejos son igualmente alegres y. pues el barbero sevillano es casi siempre un apreciable guitarrero. Y cada tarde hay en Málaga una fiesta: cantares y sones de guitarra. Su esquema musical descansa en una estructura de seis frases. 59-60). en el rincón de la calle vecina. Otra visión de los fandangos de Miguel Ángel Berlanga Fernández. por todas partes se oían vibrar los acordes de guitarra vivos y melancólicos de los bailes españoles. Luigi Boccherini o Domenico Scarlatti –todos inspirados en Fandangos populares españoles. con un compás que en flamenco llamamos abandolao (3 x 4) y con una tonalidad básica –no exclusiva.. gustan de contemplar su animación.. una chaqueta y un chaleco (pág..Pág. quizás Salvador Casilari. Anterior al Bolero y a las Jotas.

. También recibiría Antonio Giménez grandes elogios en el periódico almeriense La Crónica Meridional. quizás por poseer una formación musical académica. acerca de la actuación de un tal Sr. durante los días que actuó allí? Abiertos elogios le tributó el periódico El Porvenir en los números del 31 de marzo y del 20 de abril 1868... Antonio Giménez de Osuna. Y que este tipo de voz fue la más apreciada entre los entendidos del siglo XIX y es especialmente apta para Eusebio Rioja. del 15 de noviembre de 1874. nos cabe una reflexión de carácter estético-musical. Se nos ha dicho siempre que antiguamente. quizás por no responder a la estereotipada imagen romántica de cantaor paupérrimo. diciembre. pp. la mayoría de los cantadores procuraban la voz ronca (Fernando el de Triana. 81-82). a causa de otro concierto que había dado en el Café Universal de Almería (Almería por Tarantas.75 85 .75 En Granada. se dieron a la publicidad. 74)85. gitano o agitanado y de arte visceral.almeriacabal.Pág. 244) o voz afillá. Un enigmático cantaor y guitarrista decimonónico: Antonio Jiménez de Osuna. Concierto que promete repetir en los días siguientes. Teoría de sus orígenes e historia: En el salón de peluquería de Nicolás González se organizaban reuniones flamencas que. haya sido olvidado por la memoria histórica del Arte Flamenco.Pág. ¡Endeble memoria la del Arte Flamenco! (Véase: RIOJA. 119-182). pág. 2003). Giménez.. según apunta Eduardo Molina Fajardo en El flamenco en Granada. como se desprende de estos artículos. Una de ellas fue para la presentación de Antonio Giménez -ya había dado con escaso público un concierto de guitarra y cante andaluz en la Galería de Cristal de los Campos Elíseos granadinos. No nos extrañaría en absoluto que el Sr. en Ronda (Málaga) encontramos la referencia que hace Rafael Gutiérrez en Ecos del Guadalevín..y que en la barbería le tributaron los mayores elogios los aficionados por su novedad de estilo en los diversos cantes que ejecutó con admirable perfección. según recoge José Luis Ortiz Nuevo en ¿Se sabe algo. los conciertos en las barberías resultaron tan importantes que fueron referidos por la prensa. El concierto del Sr. Por otro lado. Véase apéndice nº 18. En octubre de 1887 volvería a ser elogiado por el mismo periódico. Giménez.. E. de la lectura del artículo El concierto del Señor Giménez. en: www.com. por un concierto de canto flamenco y guitarra ofrecido el día 10 de septiembre de 1882 en la Cervecería Inglesa.? (pp. ¿Quién sería este Antonio Giménez? ¿Sería el mismo Antonio Giménez de Osuna que abarrotó con su cante acompañado a la guitarra el Café de San Fernando de Sevilla.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. sobresaliendo en las malagueñas. por ser ronca la voz de El Fillo.. Así mismo. a veces. Todo parece indicar que este grupo de referencias citan a la misma persona. en el artículo que titula Los cantos populares andaluces. como La Andalucía del seis de mayo que dice que cantaba acompañado de piano. jaberas y peteneras (pág.

que esa voz del Broncano es crúa y no de recibo (ESTÉBANEZ CALDERÓN. en la casa que fue del médico don Joaquín Graciano -como precisa Francisco Calzado Gutiérrez en su libro Los Fandangos de Lucena (Cantes de viejos oficios. 35-.Pág. Desde entonces.. por lo que fuera. Eusebio Rioja. a que los acompañara para trabajar aquella noche en un Casino. Estas referencias parecen indicarlo. y MAIRENA. a pesar de ser tan joven.. la soleá (MOLINA. II.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. A. y con el maestro Espinosa.. Mundo y formas del cante flamenco. Véase: RIOJA. J. un repertorio clásico el que dominaba el marqués. en lugar de flamenco. en: Historia del Flamenco. otro noble lucentino de nombre Rafael Nieto Tamarit.Pág. Parece ser que la voz ronca o afillá no era tan apreciada por los entendidos del siglo XIX. se interesó por él y le enseñó su repertorio. Pues bien. 42). modalidades como la siguiriya. 250 y 251). 82). E. encontramos opiniones en contra en los párrafos transcritos. Ambos nobles pudieron pertenecer a la escuela guitarrística decimonona que denominamos ecléctica.76 Pues en la barbería lucentina emplazada en la acera norte de la Plaza Nueva.. Llegaron a Lucena un cantador y un bailador que no llevaban guitarrista.. Y si tiramos del hilo.. Y según escribe Fernando el de Triana en Arte y artistas flamencos: Con este refuerzo había tomado ya el Lentejo rumbo de artista. Hasta que un día se montó en un tren y a Málaga se ha dicho (. por haber nacido cuando la madre segaba lentejas. Una vez llegado a Málaga. hasta que el Marqués de Campo de Aras -gran aficionado a la guitarra y cliente de la barbería del maestro Espinosa-. 173-196.) (pp..La guitarra flamenca de concierto: desde los orígenes hasta Rafael Marín.. aprendió Paco Lucena sus primeros toques.76 86 . las bulerías... pero un día vio claramente que le faltaba lo principal: practicar con los profesionales del cante y el baile. debemos recordar la regañuza que El Planeta le echó a El Fillo: Te digo “El Fillo”..buscó una barbería donde trabajar y poder practicar sus toques. pp. pág. pág. Además. igualmente se ofreció a darle clases de guitarra clásica86. S. vol. y SUÁREZ-PAJARES. pág. las tonás. y el Lentejo sufrió su primero y único desencanto al notar que no resultaban de acuerdo los compases y que el flamenco a compás no es tan fácil como parece. Asamblea general. El Lentejo -apodo con que lo bautizó su padre.. no pensaba más que en ver la manera de poder vivir en una tierra donde hubiera cafés cantantes y aprender el mecanismo de la difícil fiesta flamenca. le invitaron. ambientes y artistas lucentinos). R.

con la ropilla que traigo. . había una barbería que la fundó y siempre fue de don Salvador Ruiz.Buenos días. y buena88. a allá va el diálogo sostenido entre el maestro y el Lentejo. niño! -le dice al aprendiz-. donde está hoy la cervecería Munich. que era habitual la existencia de algún guitarrista más o menos avezado.Pág. Parece ser que esa guitarra se la regaló el Marqués de Campo de Aras.Ahí la dejé en una taberna. De sueldo no tenemos que hablar. maestro. Vete con éste y ayúdale a traer lo que sea. muchacho? .Pues mire: yo soy de Lucena y medio oficial de barbero.¡Tú. .No. pero como además tengo gran afición a la guitarra. como en grabados que retratan dichas barberías. .Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Y una vez arreglado el cliente le dijo: . Y el maestro Salvador.Pues espere que termine. Eusebio Rioja... . en un sitio independiente de la barbería87. tanto en las referencias que hemos hecho a las barberías del siglo XIX. yo vengo a otra cosa. . maestro y la compaña. que era muy bueno y entendía mucho de todo. espere un momento que enseguida le toca. según Fernando el de Triana (pág.Sí señor. 251). .Usted dirá lo que desea.. al lado de la estación. entre los mancebos.Buenos días. .¿Tienes guitarra.. .77 88 87 . Hemos visto.¿Dónde la tienes? . No se salía de la habitualidad lo que demandaba Paco Lucena. se hizo cargo del asunto y lo vió del propio color que tenía.77 Así nos lo sigue contando Fernando el de Triana: En una esquina de la plaza de la Constitución y el pasaje de Alvarez. vengo a buscar trabajo pero con la condición que han de dejarme estudiar todo el tiempo que yo tenga franco. pues con que me den de comer lo que sea y me laven la ropa ya tengo de sobra.Pág. gran amigo de artistas y toreros.

no podemos asegurar que Salvador Ruiz fuera propietario de la barbería. en las fechas cuando suponemos que sucedería este acontecimiento. una tienda de curtidos y una confitería.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. dos peluqueros -Juan Sancho y Francisco Mariscal. un impresor.. Esa trastienda la tienes a tu disposición para estudiar cuando quieras. no encontramos a Salvador Ruiz.78 Ya de vuelta. Además. Según la Guía de Málaga y su provincia para 1878 de Lorenzo L. No creemos que Paco Lucena tuviese menos de quince años. Los referidos hechos..78 89 . y de Silverio en Sevilla. Serás desde hoy el Niño de Lucena.-Notario (pág. 158). porque el maestro llevaba muchos años en Málaga. según la Guía mencionada: • José Villarraso.Me decían Lentejo. También había dos relojerías. paisano. y de lo demás no te ocupes (pp. un sombrerero. el de la Loba y el del Porvenir.y tres barberos: Juan Pérez. pero era de Córdoba. resulta extraño que Paco Lucena llegase directamente a la barbería de Salvador Ruiz. Por otra parte. dos quincallas. Probablemente El Lentejo poseyera referencias de esta barbería y de su propietario. en Lucena. tres sastres. A pesar de las indagaciones que hemos realizado. tras haber pasado por los cafés de Bernardo o El Sevillano. esquina al Pasaje de Álvarez. ni a Francisco Díaz Fernández en este domicilio. en 1878 ya lo vemos efectuando giras por España. dos tiendas de objetos de escritorio. . y cuando se quedaron solos le hizo tocar.y un figón. en la plaza existían cuatro cafés –el del Turco. el de España.Ese nombre no me gusta. aficionado a la guitarra y propietario de la barbería mejor situada de Málaga: nada menos que en la Plaza de la Constitución.. quedando prendado de ver la mucha ejecución y el gusto con que hería las cuerdas.. Esta es la relación de comercios y de profesionales que hemos encontrado en la Plaza de la Constitución en 1878. además de un notario y un procurador. 251 y 252). establecimientos que otorgaron a esta encrucijada un carácter misceláneo: administrativo y lúdico. referencias que bien pudo adquirir en la barbería del maestro Espinosa. Francisco Lomeña y Joaquín Gallego89. Por una parte. empezaron a hablar del pueblo.Pág. debieron ocurrir entre 1875 y 1878. Moñiz.Pág. Hay un par de detalles en este relato que merecen reconsideración. De hecho. Eusebio Rioja.¿Cómo te llaman en Lucena? . .

Antonio de Mesa López.. consignaciones y transportes..Vendedores de quincalla (pág. 122). 116). Joaquín Rojo.. Antonio Vara. Gabriel Castro Tomillo. Fernando Carrera. un café y numerosos profesionales del gremio del vestido. (pág. 141).. 141). 134). De Flaquer e hijos..Vendedor de relojes (pág. 123) Juan Vardés.Sastre (pág. Carlos Stauffer.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. el Gran Bazar Suizo de C.Idem.Fotógrafo (pág.Vendedor de quincalla (pág. 2ª num. 140). Augusto Raschke.Vendedor de curtidos (pág. 143). José Ruiz. 118). Juan Sancho. • • • • • • • • • • • • • • • • • • • • • • • 90 Manuel de Torres Acebedo.Pág..Idem. y un peluquero: Francisco Marín Passeti90. Waldo Arias. Joaquín Gallego. los cuales debieron dar carácter al pasaje: dos sastres. (pág. un establecimiento de quincalla.. 116).. 121) José Romero Casalán. Manuel Juan Padilla.Peluquero (pág. Café El Porvenir (pág.. un cincelador platero. Francisco Marcial.. Y estos son los que encontramos en el Pasaje de Álvarez. dos industriales sin especificar dedicación....Café (pág. Francisco Lomeña. Alcalé y Cía.. 142).79 • • • • • • • • • • • .. según la misma Guía: Vda. 120). Stauffer.Idem.Idem. Barragán Cepillo. (pág. 222). 123).. Juan Aguilera.. Eusebio Rioja. 116). Antonio Egea Viudé. tres mercaderes de cintas y sedas.Mercaderes de cintas y sedas (pág. (pág.. (pág.Sastre (pág.Idem.Idem.Platería y joyería (pág. 161). 2ª numeración). Manuel Postigo. un agente de comisiones. 143). (pág. 143).Procurador (pág. 2ª num.Pág. Café de la Loba (pág. También como Juan Cepillo Barragán (pág..)..). Eduardo Nillo y compañía.Sastre (pág. Ramón Marqués Piera. 134). 122). 251).Idem... (pág. 115). Gómez Sáez y Cía. 115). 119).Bodegón y figón (pág.Idem. 122).. (pág.Confitero (pág. 27. 123).79 En el Pasaje de Álvarez vemos un fotógrafo..Idem. Dámaso Ramírez.. (pág 121). Café de España (pág. Alfonso Dubiel... un vendedor de aceite y vinagre. 270). Juan Pérez..Barbero (pág. 140). 67.Idem.Tienda de papel y objetos de escritorio (pág. Posch y Kreisell. un platero y joyero... 36. un almacenista también sin especificar....Idem. (pág. 218).Impresor (pág.. 159).Industrial (pág. A.Sombrerero (pág.. (pág. Antonio Egea Vindez.

Victoriano Dorado. y que por algún motivo. que en la otra esquina del Pasaje con la Plaza.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. 29 del suplemento. De todos modos.. Ocupaba desde el número 74. pero nunca diciendo que éste aspiraba a ser artista. Giménez y Duque. 11 del suplemento). Es en la guía que titula José María Padrón Ruiz: Málaga en nuestros días. un negocio análogo y complementario a la barbería. XXVII).Almacenista (pág. vuelve a anunciarlo en la Guía del forastero en Málaga e indicador comercial de la provincia..Agencia de comisiones. • • • • • • Joaquín Rojo Gónima. la suficiente definición como para asegurar que en dicha esquina estuviese la barbería de Salvador Ruiz. donde hayamos a Salvador Ruiz anunciando su establecimiento como peluquería.Peluquero (pág. modelos de compás y extrañas notas.Pág. El Comercio. Ambos datos nos indican que efectivamente. no fuese el propietario del establecimiento. 24). consignaciones y transportes para el ferro-carril y el interior de la población (pág. se encontraba la Peluquería Central. y en poco tiempo se puso al corriente sin practicar con los artistas. Gran Bazar Suizo de C. al otro lado de la portada de ingreso desde la Plaza de la Constitución -portada que posiblemente perteneciera al antiguo convento de las Agustinas Descalzas-. Es posible que con anterioridad. También como Marín Fernández (pág... en 1903. en el número uno del Pasaje de Álvarez (pág.. hasta el 88). y muy orgulloso. Stauffer (pág.Pág. Y esta guía se publicó en 1896...80 Tampoco apreciamos en las fotografías de este sector de la plaza. 379). Sí podemos confirmar en cambio. 296 y 23 del suplemento). se hizo cargo de lo que es la fiesta flamenca.Vendedor de aceite y vinagre (pág. Francisco Marín Passeti. no se anunció en las guías hasta entonces. 255). ahora como peluquería y barbería. no erraría mucho Fernando el de Triana. Eusebio Rioja. Antonio Maineto de la Rosa. 140). la barbería de Salvador Ruiz hacía esquina en el Pasaje de Álvarez con la Plaza de la Constitución.Cincelador platero (pág.. Sigamos leyendo Arte y artistas flamencos: Al maestro Salvador le gustaba frecuentar los cafés cantantes y siempre iba acompañado. con el Niño de Lucena. 19 del suplemento)..80 . creciendo en la ejecución y cantidad de toque y hasta haciendo composiciones suyas. en el número cuarenta de la Plaza de la Constitución (pág. que de algún modo abunda en la presunción de veracidad de los datos que arroja Fernando el de Triana. Poco después. escuchando y viendo. Y así.

señalándole un sueldo y haciéndole un buen regalo por el valioso servicio prestado en los días anteriores (pp. lo que no sé es si servirá para tocarle a tan buenos artistas como hay en este cuadro. deberíamos dudar de la exactitud y el rigor de la narración de Fernando el de Triana. que tenía que suspender el espectáculo por no haber en Málaga un tocador sobrante que pudiera suplir la falta de Paco el Aguila. casi a la hora de empezar. Probablemente. de lo cual se lamentaba el dueño del café. Y efectivamente. . nunca. Quienes conocemos el toque desde dentro. y había nada menos que once cafés cantantes. .Pág..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. Además. Se lo dijo con interés el maestro al Niño de Lucena.¿Tú has tocado ya algunas veces a un cuadro? -le preguntaban los artistas. que ensayen un poco. Con las debidas cautelas y sin menospreciar en absoluto la genialidad artística de Paco Lucena. el relato contenga gran dosis de fantasía.81 . 252 y 253). pero llegó a caso hecho.Yo.. o sea en el café. pero verán ustedes cómo sale bien. y éste lo vió de perlas.Allí en la casa tengo yo un oficialillo que toca mucho y muy limpio.Entonces -dijo Bernardo. Paco Lucena había fracasado en un intento análogo y anterior. a ver si puede venir antes de la hora de trabajar. le dijo: . fué un verdadero y positivo éxito. Eusebio Rioja. y al volver éste a ocupar su sitio ya no permitió Bernardo que el de Lucena dejara de tocar todas las noches. . sospechamos que en aquella Málaga noctámbula y flamenca de la juventud del Niño de Lucena.puesto que usted dice que toca bien. decidió venir a Málaga. se cantó y se bailó y todo salió con compás y armonía. y sin contar con el Niño de Lucena. Si somos sensatos..Pág. y una noche mandó razón de que no podía ir a trabajar por encontrarse enfermo. A causa del mismo. Los ensayos se vuelven imprescindibles. En vista de lo cual quedó supliendo a Paco el Aguila mientras estuvo enfermo. debió poseer éste suficientes oportunidades para practicar el toque de manera anónima. Esta conversación ocurría mientras el maestro Salvador afeitaba a Bernardo en su casa. recordemos.81 Por aquel tiempo era Málaga un verdadero río de oro. y si da el avío no lo perderá. el tocador del café de Bernardo era Francisco Reina (Paco el Aguila). sabemos lo difícil que resulta incorporar nuestra guitarra a un cuadro de cante y baile sin haberle cogido el aire con anterioridad.

éstos relatan su pasado.82 Quizás hasta con algunos artistas del mismo cuadro. eludiese sus menciones: como si el único y prístino mérito fuese el suyo91. Por la vereda que sortea a los profesores y viene a encumbrar altivamente a los alumnos.. número siete. fuese en menoscabo de su propio historial. y conseguir la experiencia necesaria que requiere intervenir en un grupo sin ensayar. contados a lo largo de tantos ratos de asueto. Por otro lado y buscándole posibles explicaciones.Pág. quien se anunciaba en el misma año y en el mismo domicilio. también sospechamos que posiblemente Paco Lucena cayese en el curioso e ingenuo prurito de tantos guitarristas. cuya existencia nos consta: • • • • • Juan Biosca.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. 91 Estos son algunos de los profesores de guitarra que ejercieron en Málaga en el XIX. Antonio Marín. 254).. Vivía en 1833 en la esquina de la fonda de los tres reyes. según confiesa el mismo Fernando en otro lugar del libro (pág. vivía en 1878 en la calle Veloneros. Y hay que considerar que lo más seguro es que esta versión le llegase a Fernando el de Triana a través del propio Paco Lucena.. por el cual niegan u ocultan a sus profesores. En 1870 estaba empadronado en el número dos de la calle Almona.. respecto a las cuales debemos mostrarnos singularmente escépticos. y se presentan como autodidactas. En 1854 daba clases en su casa del número 13 de la calle Gigantes. y que todo salga con compás y armonía. hasta negar magisterios de profesores. quien se ocuparía de narrarle así los hechos.Pág.82 . cuando en la cima del éxito de los discípulos. Procedente de Madrid. Es posible que los detalles fabulescos de la biografía. También se anunciaba en 1854 en el número 56 de la calle Cisneros. Es muy posible que Paco Lucena tuviese alguno o algunos desconocidos maestros -tan numerosos en aquella Málaga del XIX-. Antonio López. que pasarían en comandita durante los referidos cinco años. Puede ser Antonio Ruiz. número 10 Eusebio Rioja. Tal vez por dicho sendero pudo andar la confesión de Paco Lucena a Fernando el de Triana. le viniesen al escritor hiperbolizados por el mismo Paco Lucena. José Pérez Hermitas. Son cosas que ocurren y que han ocurrido. Juan Navarro y Muñoz. que le adoctrinaran en la sabiduría de acompañar a los cuadros y que mediante esa fabulación. Parece como si reconocer su adscripción a una escuela de toque o a un maestro determinado. de quien fue cinco años consecutivos compañero suyo.

Peteneras. titulado Verdadero arte de tocar la guitarra por cifra sin ayuda de maestro y publicado en 1884.. Conocemos un fragmento de un libro escrito por él. Nacido en Colmenar (Málaga). Wals. En efecto. nos cuesta bastante formarnos una idea correcta del estilo compositor de José Asencio. De este modo. Tangos. Sevillanas. Sólo nos atrevemos a asegurar que poseía un estilo abiertamente romántico. los segundos guitarristas no deben llevar la voz cantante habiendo un primero. 253). J. Nacido en 1855 en Canillas de Aceituno (Málaga). las que podemos extraer de Fernando el de Triana. decía la gente (pág.Pág. El único ejemplar que hemos encontrado –debió ser una edición corta y selectiva. pero el Niño no entendía ni quería entender de eso.. y entre falseta y falseta ejecutadas por él. Eusebio Rioja. En el mismo año habitaba el número tres de la Plaza del Callao. y se halla mutilado: sólo contiene las dos primeras obras. Y continúa Fernando el de Triana relatando las hazañas de Paco Lucena en el Café del Sevillano: Como era natural. Malagueñas. estaba avecindado en 1900 en el número 12 de la calle Ruiz Alarcón. no había más que ovaciones y entusiasmo. Lo que quiere decir que la jerarquía artística estaba muy clara. Sabemos que fue discípulo de Dionisio Aguado y que fue profesor de Julián Arcas. Polka-Mazurca.Pág. pág. libro que contiene en su índice algunos consejos prácticos y el siguiente compendio de obras: Murcianas. Tratado de bailes. a • • • Nicolás Buzo Gutiérrez. Más enseñanzas sobre la dinámica profesional de los cafés. quedó de segundo el Niño de Lucena. . En 1878 daba clases de guitarra y bandurria por música y cifra. Soledad popular. en su adolescencia (OTERO.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. renunciando a la escuela clasicista que aprendiera de Aguado y apostando abiertamente por las tendencias popularistas de la segunda mitad del XIX. y los roles profesionales quedaban perfectamente definidos.. La Rosa o Panaderos.existe en el Archivo Municipal de Málaga. Gallegada.83 . Los segundos guitarristas no deben llevar voz cantante habiendo un primero. Pero El Niño de Lucena no entendía ni quería entender de eso y saltaba las normas atléticamente. en el número nueve de la Plaza de la Merced (véase apéndice nº 20).¡Valiente niño!. Había nacido en Antequera (Málaga) en 1850 José Hidalgo Torres. número 14 Juan Galán García. De quien poseemos más datos es de José Asencio.. 153).. en 1900 vivía en la calle Muro de las Catalinas. nos cuesta creer este pasaje al pie de la letra. Schitisch y Habanera. Jota. Bien podría haber sido uno de los profesores de Paco Lucena. Wals-Polka.83 Lo cierto es que sea como fuere.

involuntariamente de seguro. De su historia y ambiente. aunque vió que el público aplaudía al Aguila.84 . Entretanto. en lugar de hacerlo en el Café de Bernardo o de El Sevillano.. Paco Percheles sitúa esta circense anécdota en el Café Suizo92. y cuando terminó el cuadro se echó el Niño "alante". mientras vivió. sentía legítimamente herido su orgullo profesional y artístico. F. Bien pudiera ser una de estas competencias entre guitarristas que ahora nos cuesta digerir: hoy nos resultarían incomprensibles. 92 BEJARANO ROBLES. que nos cuenta Fernando el de Triana: Una noche. La situación evoca las célebres competencias de guitarra que años atrás anunciaba la prensa con tanto estrépito y que tanta expectación provocaban en el público93. gran amigo del maestro Salvador Ruiz (pág. como se dice en el "caló" artístico-andaluz. o quizás por no saber vencer la tentación de mostrar sus facultades: no queremos pensar mal. como lo hace Fernando el de Triana. Las calles de Málaga. se lo puso en la mano izquierda y ejecutó un solo de guitarra que fué el delirio. se quitó un calcetín.. aunque no quisiera con esta narración más que destacar el virtuosismo de Paco Lucena. El Niño de Lucena no le dió importancia. en aquel improvisado concurso guitarrístico. que narra según noticias periodísticas.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. se lo colocó en la mano izquierda y así le tocó a un cantador.84 lo mejor llevado por la osadía de su juventud. por ejemplo.. Gerhard Steingress en La aparición del cante flamenco en el teatro jerezano del siglo XIX. El Aguila reconoció el gran mérito del joven guitarrista. Véanse a propósito las competencias que efectuaron El Maestro Patiño y Paco el Barbero. sacó un guante del bolsillo.. que ya no fué más barbero. Francisco Reina: Paco el Águila primer guitarrista del cuadro. No obstante. insistimos en lo injusto del mal papel que asigna Fernando el de Triana a Paco el Águila.. Quién sabe si ambos guitarristas mudaron sus actuaciones de café. op. 256. 254). cit. 93 Eusebio Rioja. pero sí. Pero Fernando el de Triana dejó en mal lugar a ojos poco avizores la reputación artística de Paco el Águila.Pág. hasta que un día tuvo una ocurrencia más que divertida.Pág. creyendo el Aguila ganarle la pelea con un truco. o si llevaban los dos a retortero. pág..

Fandangos. Domingo Prat lo citó junto a otros tocaores en Diccionario de guitarristas (pág. no nos ha aparecido el nombre de Manuel del Águila como guitarrista. Eusebio Rioja. El cantador de flamenco Manuel Caro. lo anuncia La Crónica Meridional tocando repetidas veces y también como solista. Almería por Tarantas. como asiduo frecuentador del ventorrillo establecido en La Caleta malagueña por el guitarrista apodado El Zocato. que se ha trasladado al lugar que ocupó el Ateneo en el Paseo del Príncipe. cantó las seguidillas gitanas. Esto dice la prensa: En el Café de cante de Simón. pero lo que sí es cierto es que su nombre ha quedado en la memoria de la tradición flamenca malagueña como depositario de un buen toque y una buena forma de hacer como guitarrista. 344).. Fernando el de Triana lo presenta como primer guitarrista del cuadro que actuaba en el Café del Sevillano. Y pensamos que demasiado enemigo de la guitarra flamenca era Domingo Prat.. Soleares. Además y como hemos referido. en mayo del 86. conocido por Paco del Aguila. como para mencionarlo en su libro.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. que ejecutó un precioso pout pourrí de peteneras y malagueñas y variaciones de tangos. en la Cervecería Inglesa o Café del Señor Simón. lo que a la vez agiganta los méritos de Paco Lucena. apodado el Carito. Muy pocas son las noticias documentales que hemos podido reunir acerca de su figura. se verificó antes de anoche (día 24) una amena y agradable función en la que tomó parte el célebre tocador de guitarra Francisco Reina. A. Algo de su toque debió impactarle. 112.Pág..85 Francisco Reina fue un buen tocaor. Jaberas y Guajiras94. la referencia de la actuación en el Café Casino Almeriense de un guitarrista llamado Manuel del Águila. quien tocó Peteneras. Dos años después. Hasta ahora..85 . Muy bien pudiera ser un error del periódico y realmente quien tocara fuese Paco el Águila. instalado ahora al final del Paseo. en el antiguo local del Ateneo de Almería. No debieron ser flacos sus méritos para ceñir el birrete doctoral de la prestigiosa cátedra flamenca que era aquel café. toda una estrella entre los guitarristas que participaban del emporio flamenco en que se constituyó la ciudad de Málaga en el último tercio del XIX. las malagueñas de Juan Breva y 94 SEVILLANO MIRALLES. sobre 1880. Tangos. Antonio Sevillano encontró en la prensa de Almería de 1884.Pág.. pág.

acompañado del conocido concertista de guitarra FRANCISCO REINA (a) PACO EL AGUILA. han sido contratados por esta Empresa de bailes de máscaras que no ha perdonado sacrificio alguno con tal de dar a conocer a este público el asombro de todos los cantadores. He aquí lo que dice el programa-cartel del 28 de febrero de 1892: ¡Gran acontecimiento! TEATRO PRINCIPAL. 122. Don Antonio Chacón. C. o sea las conocidas por las de Chacón97. en funciones que duraban desde las siete de la tarde hasta las dos de la madrugada96. pág. Esta noche se repite la misma función que promete estar tan concurrida como la de su inauguración95. el cantaor Rafael Pareja lo elogia en sus Recuerdos... Juan Navas y la guitarra flamenca. donde se le conoce con el sobrenombre de Paco el de Málaga. y del joven cantador de cartageneras JOSE TRUJILLO.. También.. El Maestro Juan y Pepe Robles. junto a Javier Molina. pp. BLAS VEGA. CHACÓN EN GRANADA. había frecuentado anteriormente Granada. 91. 64). J. El notable cantador de malagueñas con que encabezamos estas líneas.Pág. lo encontramos acompañando a Antonio Chacón. Observemos que se le presenta como conocido concertista de guitarra. aparece tocando en el granadino Café de la Marina. Eusebio Rioja. Miguel Borrull Castelló. en: Huellas del cante en el siglo XX. GARCÍA-MATOS ALONSO. 95 96 Ibidem.86 las del Canario..Pág. y que había perfecta compenetración entre el cante y el toque (pág. y dice de ellos que nunca tuvimos que llamarle la atención a ninguno. pág. pág.86 97 . Antonio Sol. 37. M. terminando con las Polichinelas y los tangos de “Las viejas ricas de Cádiz”. Sin duda. En el mismo año.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Y en Granada.. pues el inventor de las malagueñas que llevan su nombre.

254).. Francisco Reina (pág. en 1908. de Oviedo. Y bien. falsetas que se erigen hoy en el único documento existente sobre el toque de este guitarrista: todo un documento de excepción. Con motivo de las IX Jornadas de Estudio sobre Historia de la Guitarra. Este es el párrafo de Blas Vega al que nos referimos: Entre los artistas destacados hay que citar al Niño Medina. sin llamar a la puerta. a Paca Aguilera. La calidad de los demás nombres del elenco. José Blas Vega lo menciona tocando en el Café Madrid. dicen mucho y muy bien de la reputación profesional de Paco el Aguila. en el capítulo Los cafés cantantes de la obra Historia del Flamenco.87 .. Esto ocurrió en el Café de Bernardo o del Sevillano. Dicho estudio fue publicado con el título Juan Navas y la guitarra flamenca en el volumen IX de la colección La Guitarra en la Historia. Hoy podemos formarnos una idea de como fue el toque de Paco el Águila mediante la labor recopilatoria que realizara el guitarrista malagueño Juan Navas. cuyo Área Formativa coordinamos. a Pastora Imperio. 100 y 103). celebradas en el Festival de la Guitarra de Córdoba de 1997.Pág..Pág.87 Por otro lado. en el transcurso de alguno de los frecuentes viajes que el profesor girara a Málaga. a quien calificó Bejarano como maestro de maestros. Juan Navas le obsequió una inmensa cantidad de falsetas escritas en solfeo. Joaquín Rodríguez.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. que existen hoy en el archivo que legara el catedrático a su hija María del Carmen García-Matos Alonso. muestra de las pocas que existen del toque de finales del XIX y principios del XX. Novenas Jornadas de Estudio sobre Historia de la Guitarra. A causa de la amistad que trabó con el folclorista y flamencólogo Manuel García Matos. persiguiendo sus investigaciones musicológicas.. Entre los guitarristas Román. encargamos a María del Carmen una conferencia sobre tan preciado material. Y según Fernando el de Triana. Hazañas que poco después le harían entrar en la mitología flamenca. Eusebio Rioja. ni tardó Silverio en contratarlo para su café (pág. a Isabel Vargas y a Antonia Mercé La Argentina en 1908. En el referido estudio aparecen dos falsetas por Soleá de Paco el Águila (pp. 251). todo esto hizo Paco el de Lucena hasta que No tardó su fama en llegar a Sevilla. Nada más y nada menos que el lanzamiento profesional y las primeras andanzas artísticas de Paco el de Lucena.

saboreando el recuerdo de sus triunfos.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. 10).. Y ya en el sevillano Café de Silverio. e informar de él a Silverio. cuando suenan. Francisco Sánchez Cantero “Paco el Barbero”. y él mismo confirmó la profecía popular. 246). También podemos formarnos una idea de como fue el toque de Paco Lucena gracias al maestro Juan Navas que anotó dos Soleares que aparecen en las páginas 98-100 y 103 del estudio que acabamos de citar. De hecho. Igualmente representan uno de los escasos rastros que poseemos del 98 Véase: RIOJA. no dejan escuchar más guitarras que las suyas. en: Historia del Flamenco.. según lo cuenta Fernando el de Triana: Tranquilamente vivía. con el título A group of "Farsetas" for Soleares by Paco Lucena.88 .Pág. otra inmensa figura de la guitarra flamenca de la segunda mitad del XIX98. pero como era un enamorado de su arte. de María del Carmen García-Matos. ¡Qué alboroto armó entre los tocadores! Algunos (no todos). vino Paco el Barbero expresamente al Café del Sevillano a escuchar a Paco Lucena. la noche que decía: -Voy a tocar un poco en el cuadro para hacer pulsación... pero él. Eusebio Rioja. también Paco y también barbero. fuese uno de los heraldos que Silverio Franconetti enviase al Café del Sevillano. los de duros oídos. pues regresó a Sevilla encantado (pág. E. Maestro Patiño.. ¡Cuántas veces hemos oído hoy que tal o cual magistral guitarrista no sabe tocar para cantar ni para bailar! Y en realidad.88 Pudiera ser incluso que el tocaor Francisco Sánchez Cantero: Paco el Barbero. que al paso que iba le daría ruido a todo el que tocara la guitarra. and Ansetonius collected during his distant youth by Andrés Segovia (pág. comentaban que no sabía tocar para cantar ni para bailar. 254). al referirle que en Málaga había un muchacho lucentino. Y gracias a Andrés Segovia. quien dio a Vladimir Bobri otras dos falsetas por Soleá. sabemos que una vez jubilado de sus actividades artísticas.. hizo un viaje expresamente a escucharlo. no dejaba escuchar más guitarra que la suya (pág. Poco o nada han cambiado los criterios guitarrísticos de los aficionados flamencos más arcaizantes y recalcitrantes. que tal vez se enteró de esas murmuraciones. y éste las reprodujo en el número 42 de la revista Guitar Review de 1977. para empaparse del arte de Paco el de Lucena.Pág..

con cinco duros diarios. del Sevillano o de Siete Revueltas. Recuerda Chacón que De Silverio pasé a Málaga. se presentaría ante el público de Málaga y en dicho café. Por las décadas del 80 y del 90. Pues en 1877 y durante un mes. Hemos visto como en 1965.. y los únicos. No mucho más tarde. con fecha del nueve de julio de 1922. Juan de la Plata dice: al principio.. todo esto ocurrió en el Café del Sevillano.. Esto fue el año 87. pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. “La Macarrona” y el baile en los cafés cantantes. Aún niña. al café de la escalerilla. sobre el toque de Paco Lucena. se hacen también algunas reformas de cierta importancia en la parte vieja de la calle. Ahora. En el año 1888 ya estaba denunciada por ruinosa la casa número 5 que ocupaba el Café del Sevillano. lo que ella decía: -Dos años. sólo había subido el 25% a lo largo de 22 años. la bailaora jerezana Juana Vargas: La Macarrona.. hasta que según escribe Paco Percheles. en la entrevista que le hizo Agustín López Macías: Galerín y que sería publicada en el diario sevillano El Liberal. junto a los mentados.89 99 . Queda claro que el IPC de entonces. citado en: PINEDA NOVO. al Burrero. Todo esto y más. Desde luego.89 toque flamenco del XIX... el señor Bernardo no escatimaba a la hora de pagar a buenos artistas. Trabajé un mes y volví a Sevilla. entre 1865 y 1887.Pág. con motivo de la reedificación de la casa número 2. vino contratada durante dos años seguidos.Pág. ocurría en el Café del Sevillano o de Bernardo. diarias. estuvo cantando Antonio Chacón en el Café de Bernardo. que resulta totalmente reconstruída en 1896. pagaría a Chacón 25 pts. D. 11. Eusebio Rioja. todo un dineral. por la gloria de mi mare. pero poco a poco los fue conquistando con el arte de su baile. antes de la apertura de la calle de Larios y quizás por influencia del ambiente. al Café Siete Revueltas. comiendo tóos los días!99.. J. de la. También se le debió conocer como Café Siete Revueltas.. los malagueños se reían de la niña porque la veían muy feíya y raquítica. animado por aires renovadores.. Flamencos de Jerez. contrató a Juan Breva en 20 pts. en calle Amor de Dios y Tarifa. y en el año 96 es demolida. Juana. Como decíamos. En 1885 se da nueva alineación al trozo de su entrada por Especería. arrastrando con su desaparición la del viejo café cantante derribándose también la inmediatamente PLATA. Con este nombre lo menciona Antonio Chacón... como quiera que le llamaran. Y.

Por las razones expuestas. que ya también venía renqueando por ruinosa. 533. va siendo hora de romper una lanza en favor de una realidad que no se ha sabido o no se ha querido ver. y por supuesto... Tras un penoso plan de reurbanización de aquella zona -tan céntrica y tan depauperada . víctima de la decadencia de su entorno y de la de su propio inmueble. que además de flores y fuente. la primera de Andalucía.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. García Larios. que en la no lejana Plaza de la Merced. los cafés del Sevillano y de Chinitas fueron igualmente estrella polar. De esta manera desapareció el histórico Café del Sevillano.90 anterior. Un café paradigmático en el mundo del Flamenco del XIX. Entre finales de los años 20 del vigésimo siglo y principios de los años 30. ventas y tabernas. 101 100 Ibidem. a sus cafés. o sea. y precisamente por eso. F.. fue instalado en su solar un moderno taller de planchado mecánico de la inmediata Camisería de los Sres.. Con posterioridad. Plaza de ambiente comercial y recatadamente lúdico. pp. 539-540. la hermosa y soleada Plaza de las Flores. De su historia y ambiente. sino de la de todo el entorno flamenco de aquella edad de oro de nuestro arte. Si los cafés de Silverio y de Manuel Ojeda: El Burrero fueron en Sevilla luz y Norte del ambiente flamenco hispalense. Eusebio Rioja. Málaga fue en el siglo pasado una de las capitales del ludus dilectanti de España. Luz sólo sombreada por el aleteo de bandadas de palomas rollizas y siempre carpánticas. quizás en favor de miopes o ruines intereses provincianos.que culminaría en los años 60 del siglo XX. taller que sería destruido en 1936. cuyos matices supo bien captar Pablo Picasso en sus lienzos. se abrió allí una taberna o bar bien surtido que tituló su dueño “La Escribanía”101. Las calles de Málaga. la número 3. quedando el solar que existe hoy100. no sólo del devenir de la flamenquería malagueña. recoge a diario el baño indescriptible de la luz malagueña: luz única y esplendorosa.. inspiraron igual las pinturas de Picasso. Aunque la historia flamenca haya hecho delgada justicia a la ciudad de Málaga. encontramos hoy en el sector que más o menos ocupara la conflictiva y broncosa calle Siete Revueltas.Pág. pág.Pág.90 . BEJARANO ROBLES.

pág. Por fortuna. piquetes de tropa. Juan. 22). concejales. siendo muy de temer que si tomaba cuerpo ocurriese un grave siniestro por la disposición de las casas en aquel sitio y lo angosto de las callejas. 37. Había ocurrido éste en una especie de farsa de la casa-café que llaman del Sevillano. el Café Sin techo102. jueces. que sufrió un incendio el 6 de diciembre de 1863. á las que siguieron las demás parroquias y las de la Catedral. y á más centenares de curiosos. como ya se ha dicho.. coincide Gonzalo Rojo. También creemos que el dueñio del café habrá sufrido algunas pérdidas.. Acudieron al punto las autoridades superiores.91 Por último.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Con él. cuantos tienen algun deber que cumplir. Sería la de Café Sin Techo. si bien causando daños de alguna consideración en dicha casa y otra de la casa con que está lindando. en suma. 102 BLAS VEGA. de Bernardo o de Siete Revueltas. nos hacemos eco de otra denominación por la que parece ser que se conoció al histórico Café del Sevillano.91 . Vida y cante de don Antonio Chacón. alcaldes. J. incendio que se produjo el domingo seis de diciembre de 1863. pues es temible la confusión y el desórden que se originan en los primeros momentos de un incendio en esta ciudad. Eusebio Rioja. fue abierto con el nombre de Café del Sevillano (pág.. cosa que debía remediarse ordenendo este servicio. Documentamos acto seguido. quien dice que el Café del Sevillano estaba instalado sobre el antiguo solar de otro café cantante. Así lo nombra José Blas Vega. En efecto. á fuerza de trabajo logró dominarse en breve. y se presentaba con alguna intensidad. el más antiguo que hubo en Málaga. sucumbiendo bajo las llamas. en Siete Revueltas.Pág.. quien escribe las siguientes líneas en Juan Breva: vida y obra: Los antecedentes de este café de cante hay que buscarlos. en el Sin Techo. la noticia del incendio del café. sin darle lugar á que se comunicase.. y que comenta El Avisador Malagueño del martes día ocho: A las ocho de la noche del domingo empezaron á tocar á fuego las campanas de la parroquia de S.Pág. que llenaban la plaza de la Constitución y las avenidas de Siete Revueltas. Reconstruído posteriormente.

Pág.. no pudo ser el Café Sin Techo donde se le entregó la llave de oro del cante a Tomás el Nitri.92 . Eusebio Rioja.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Debió ser en el otro Café Sin Techo.92 Desde luego. a partir de 1861. es evidente que ya se llamaba Café del Sevillano. sino lo contrario. al aire libre. Mas desde luego. y que fuese del mismo Francisco González que encontramos en las guías mentadas.. que historiaremos adelante. Y desde luego. no lleva a pensar que hubiese que reconstruirlo. parece que el incendio no fue tan apocalíptico. y que los daños no resultaron tan graves. ni en 1863 tenía edad suficiente para recibir el galardón. que fuera un local descubierto.. Tampoco podemos deducir por la calificación de casa-café. Este cantaor había nacido en 1850. por lo que ni en 1861. El talante de la noticia.. Es posible que existiese allí con anterioridad algún Café Sin Techo.Pág.

Aún recuerdo el nombre de una bailarina popular que en Málaga tuvo muchos admiradores y recibió bastantes regalos.. situado en la actual calle Moreno Monroy (entonces calle de Las Pistas). Se contrataron por los Empresarios las can-canistas más célebres.. de buena forma. Otra noticia la ofrece Narciso Díaz de Escovar. de Enrique del Pino.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. El que nos ocupa fue destruido por un incendio en 1883 (pp. años atrás. Llamábase Matilde Ros y traía un cartel refrendado por el público en Madrid y Sevilla. Y dice: Eusebio Rioja. Se trata de un anuncio que incluye en sus páginas desde enero hasta finales de febrero de 1882. Así dice: En cuanto a los cafés-teatro.. perdidos en aquella multitud de callejas de las Siete Revueltas.. Recordemos al del Suizo o al de El Sevillano. sin reparar en sueldos y se representaba diálogos que no desmerecían de los que más tarde llenaron de público los coliseos cortesanos Chatebrol y el Madrileño. Una la extraemos de la Historia del Teatro en Málaga durante el siglo XIX. al cante y al baile se daban escenificaciones folklóricas.93 .Pág. considerándolo vecino y análogo al Café de la Butibamba: Los Cafés de la Independencia y el de la Butibamba. acaso proceda citar al llamado de “La Independencia”. Y la tercera noticia. Era ágil. que eran laberinto indiscutible para los forasteros sobresalían por lo escandaloso de sus bailes y por las libertades de sus artistas. afrontando las multas gubernativas. la extraemos de El Avisador Malagueño. habilidosa. Era un lado de evasión donde junto al vino.Pág.93 EL CAFÉ DE LA INDEPENDENCIA Y EL DE LA BUTIBAMBA Sólo tres noticias hemos encontrado sobre el Café de la Independencia. ganó y dio a ganar no pocos escudos. en los apuntes que hemos referido. atrayente cara y voluptuosos ademanes. 428 y 429). En aquellos lugares hizo furor el Can-Can más desenvuelto que pueda concebirse y que alguna madrugada se bailó sin malla.

ni en el castellano. viene a ser como formarse un lío. sólo hemos encontrado el curioso y sonoro sustantivo butibamba en el Vocabulario Popular Malagueño. de facas y pistolas.. Aquellos cafés de menor cuantía. entre Calahonda y Calaburras. también de menor cuantía. Aquellas fueron juergas beodas que apestaban a vino y a vinazo. aunque ésta no sea imprescindible. y de putones verbeneros. en Cuba. Función diaria de zarzuela. por lo general..Pág. que como depositario de arte. Postas 1. Formarse una gutibamba. Juergas de muy distinto cariz al de las actuales. Entrada al consumo.Bebidas especiales. del caserío y de la expresión plenti de la butibamba..Pág. prevalece siempre la afición al Arte Flamenco. y consecuentemente. y absolutamente insólito: no conocemos ningún otro. Quién sabe si fue el mismo. en cualquier momento de su centenaria historia. con el término gutibamba se designa a cualquier reunión informal. lo mismo que el café. Donde a menudo. ¿Cualquier tiempo pasado fue mejor. Juergas con ocurrencias señoritiles pletóricas de mala pipa. espurreados por los recovecos de la calle Siete Revueltas. Un sustantivo con aire caribeño o afrocubano. muy famosa entre viajantes y viajeros. donde el artista o infra-artista era utilizado más como elemento amenizador y como diana de soeces y zafios divertimentos. ruidosa y desinhibida. fuese propiedad de algún indiano que la bautizase con nombre caribeño. No nos extrañaría que la venta de La Butibamba. acompañadas de naipes. de apuestas bravuconas y ruinosas. quien registra la existencia de la palabra. numerosa. Por el contrario. en el vocabulario local. Al borde de la carretera existe una venta con el mismo nombre.? Eusebio Rioja. cuyo significado alude a algo excelente o extraordinario (pag. de Juan Cepas. fueron sedes propicias de juergas flamencas.. alegre. El mítico maestro cubano de la danza Amadeo Roldán creó una célebre compañía de ballet que tituló La Gutibamba. generalmente con música. se meta alguna patita.. Hasta ahora.94 .Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. 41). ruines y necesitadas monedas que casi pordioseaba.94 Café de la Butibamba. siquiera parecido.. verso. baile español y francés y canto flamenco. sino que se conformaba con no acabar pinchado o malherido. La Butibamba fue un caserío enclavado en la Cala de Mijas.. no sólo no se le retribuía las parcas. en las que aunque a veces se beba quizás en demasía. o un sarao.

La única referencia que poseemos acerca de su establecimiento. Sólo una noticia nos ha llegado sobre la existencia de este café.. la proporciona Enrique del Pino en su obra recién mencionada. se inauguraba un ciclo poniéndose en escena “Una vieja. ni aparece tampoco en ninguna documentación barajada. que daba funciones en 1869. se enclavó el café homónimo a la calle. pudo o debió tener actividad flamenca..Pág.. 308). Suponemos que si ofrecía espectáculos teatrales. Concretamente.95 .Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. Y dice: Otro café-teatro de cierto renombre fue el de Cobertizo de Carnicerías.Pág. “El estreno de un artista” y “Un caballero particular” (pág. Eusebio Rioja. en la antigua Cobertizo de Carnicerías y actual Fernando de Lesseps.95 EL CAFÉ DEL COBERTIZO DE CARNICERIAS Muy próximo a la calle Siete Revueltas. el 18 de agosto. No figura en las obras de Francisco Bejarano.

96 EL CAFÉ DE PEDRO CASTILLO Narciso Díaz de Escovar menciona como antiguo y popular. Lo más seguro es que tuviese actividad flamenca. al Café de Pedro Castillo. y también debía pertenecer al grupo de cafés marginales y undergrounds.. Pedro Castillo era de las figuras. individuo de la Junta.96 . Situado en una travesía de la calle Nueva a la de San Juan. no era de extrañar que este Café fuera preferido por sus subordinados. no recordamos bien si en la de Cinterías o en la de Zapateros. Como se comprueba. también estaba cercano a la calle Siete Revueltas..Pág. y habían tiros y navajazos y que tuviera que actuar el Juzgado de Guardia (apéndice número 44). saliente de la revolución Septembrina.. igualmente marginal y underground. Eusebio Rioja. políticos y gente del bronce.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. Allí no era cosa rara que se suscitaran frecuentes reyertas.Pág. concejal con vistas a la alcaldía y jefe en la batalla de Nacionales.

“gotitas”.97 . no hay que decir que eran excelentes y abundantes. de la Loba Chica o El Porvenir. el mostrador al principio a la derecha y luego al fondo. y que tocaba por su base a los divanes. estuvo el Café de España. frente a la entrada por la plaza y junto a él una escalera de caracol que daba ingreso también al entresuelo. donde se hallaban los billares y mesas de otros juegos. Moñiz. no habiendo restaurante. llegó a haber hasta cuatro cafés coetáneos: el del Turco. 2ª (pág. llegaba hasta la calle de Compañía y estaba instalado con todo lujo. 1. nevería. El servicio se limitaba exclusivamente al propio café.. El ambiente de este café fue variopinto. de molicie y sólidas columnas. Haciendo esquina con la calle de la Compañía de Jesús. describe detalladamente sus dependencias: Su hermoso salón. distinguido y taurófilo. como en “La Loba”. 29 del apéndice). El exorno del local lo formaban diversas pinturas y adornos.. azúcar. no faltando tampoco en algunas épocas los aficionados al Arte Flamenco. Los consabidos divanes. Destacaban el lujo y la amplitud de sus instalaciones. el de la Loba y el de la Lobilla.. dada la importancia de la industria y aquellos tiempos fáciles y rumbosos. Una puerta en la esquina de la calle Compañía y otras a la plaza daban fácil acceso al establecimiento. etc.Pág. en el inmueble que sustituyó al que ocuparon las Casas Capitulares de la Ciudad de Málaga. constituían su instalación. que ocupaban dos plantas del edificio. Su existencia nos consta documentalmente desde 1878. el de España. El domicilio del restaurante que figura en esta guía es: Plaza de la Constitución.Pág. Y es también Francisco Bejarano quien en Cafés de Málaga. entrando en la dirección dicha..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. que de las tres formas se llamó.97 EL CAFÉ DE ESPAÑA En la Plaza de la Constitución. que comenzaba junto al portal que daba ingreso a los pisos. año cuando es anunciado como café-restaurant en la Guía de Málaga y su provincia para 1878 por Lorenzo L. En cuanto al café. Eusebio Rioja. pero el principal elemento decorativo eran unos grandes y magníficos espejos que ocupaban todo el lienzo de la pared. entre popular. a la izquierda. dentro del gusto de la época.

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.98 El público del “Café de España” era el corriente de la clase media. en 1894 se anunciaba en la guía El Recreo del Viajero. Sin embargo. en sus primeros tiempos allá entre el 65 y en 70 y aún más tarde.. de esta manera: Todas las noches.. en un principio. en su rica variedad.. esta modalidad del espectáculo determinó una afluencia mayor de público de los pueblos (pp. Pocos datos hemos podido hallar respecto a las tertulias que en el “Café de España” existían. de 1 y media á e y media de su tarde. compuesto de señoritas y profesores. destacaban entre ellas varias muy importantes de apasionados liberales. pero de las referencias habladas puede deducirse que. de Antonio de Guzmán (pág. de 8 á 11. CONCURRENCIA DISTINGUIDA GRAN CAFÉ DE ESPAÑA DE MIGUEL JIMÉNEZ Plaza de la Constitución.Pág. Durante buena parte de su existencia. si bien parece que aquí no llegó a prevalecer en absoluto el género flamenco exclusivo de otros establecimientos de la misma clase como el “Café del Sevillano”. era establecimiento de menos bullicio y menos ambiente mercantil que los inmediatos de “La Loba” y “La Lobilla”.98 . En la última etapa de su existencia el “Café de España” instaló también un pequeño “tablao” en el centro del salón en el que actuaban algunas orquestas. poseería servicio de restaurante. y los días festivos además. DE 8 Á 12 DE LA NOCHE Los ensayos de 2 á 3 de la tarde. cuadros de bailarinas y algunas veces artistas del cante “jondo”. aunque parece que. Así. 1 MÁLAGA Grandes Conciertos y Bailes andaluces. abundaban los propietarios y comerciantes acomodados. 54-55 y 57). Desde luego. grandes conciertos á sexteto.. 88).Pág. Eusebio Rioja.

que hacia el XIX. Total. así como éste que acabamos de reproducir. un maestro de obras –Juan Pérez. Esta dinámica propiciaba a la vez el objetivo de dotar de formalidad y obligatoriedad a los ensayos. A principios del siglo XX. festival o actuación flamenca.. Recordemos la estratagema que usó Paco Lucena al no presentarse a los ensayos del cuadro del Café del Sevillano.que fue el que me trajo a Málaga: el maestro de obras ése. Veamos lo que nos contó Diego acerca de su presentación: Estábamos una noche en la estación de Bonanza. o de prueba de sonido. siendo públicos. Otra noticia que arrojan los anuncios. al lao de Sanlúcar de Barrameda. por parte de quienes presenciaban las pruebas de las actuaciones y resultaban satisfechos. del uno de enero de 1901 -ver apéndice número 36-. asegurar la presencia de los artistas para realizar una puesta a punto. y estaba allí el revisor..Pág. Una de las pruebas de las que disponemos es el anuncio extraído del periódico La Unión Mercantil... Cocurrencia selecta. una especie de familiarización con el entorno. Continúanse sirviendo las acreditadas CENAS ECONÓMICAS. La profesionalidad que se exigía era mucho más puntillosa que la que se persigue hoy en cualquier recital.99 NEVERÍA Se sirven sorbetes de todas clases. es la costumbre de efectuar los ensayos a primeras horas de la tarde.. de la llamada hoy boca a boca.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.Pág. que vamos y dijeron: ¡Que cante el Perote! ¡Que cante el Perote. el Arte Flamenco se había posesionado del salón del Café de España. Es cierto que la actividad flamenca del Café de España debió volcarse más hacia las primeras décadas del siglo XX. te vas a venir a Málaga que vas a cantar esta noche en el Café España. y los recelos que provocó entre los integrantes de dicho cuadro.99 .. Allí se presentaría al público de Málaga quien luego fue gran cantaor especializado en Malagueñas: Diego el Perote o Diego el Pijín.! Y tó el público: ¡Que cante el Perote! Eusebio Rioja. como le apodaban de niño. Y por supuesto. Y me dice: Chiquillo. así como conseguir publicidad gratuita. como decimos ahora.

un duro en aquel tiempo.. 103 RIOJA. Debiendo haber llegado al amanecer.100 .100 Y vino el dueño –Don Nicolás. Como tenía la voz tan bonita. Esta anécdota debió acontecer entre 1893 y 1898. En el trayecto del muelle al centro de la población noté cierta marejada en el público y algún que otro conato de alteración del orden. Trabajaba allí con Juan Breva que ganaba doce pesetas.. el jurado le había puesto en libertad y el fallo no fue del agrado del público. y me dijeron que se había celebrado un juicio oral contra un labrador de Casarabonela (Málaga) al que acusaban de haber asesinado a su hijo. Y entonces tuve que subir a cantar. por lo que demostraba su protesta con manifestaciones un tanto levantiscas.. El cante por Malagueñas. Vayamos a ella: Habíamos llevado un mal viaje desde Almería a Málaga. nada menos que Juan Breva y Fernando el de Triana. cuando figuraban en su elenco dos de los máximos cantaores de entonces. Pláticas con Diego el Perote.. Ya ves.y dice: ¿Quién es el Perote? Y.. y era yo. Esto era el año cuatro. Y ya me quedé allí ganando un duro. como me habían anunciado para cantar aquella misma noche en el gran café España. pos gusté. y que el cantaor narra en Arte y artistas flamencos. Pregunté por la causa de aquel malestar del pueblo.. y yo que ganaba un duro103. Eusebio Rioja.Pág. en el Café España que estaba en la Plaza de la Constitución. y a cantar se ha dicho.Pág. E. A pesar de estar yo estropeado por dicha causa. cuando ambas figuras giraban por España. vamos a reproducir un sucedido que les ocurrió a Fernando el de Triana y a Paco Lucena.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. más un joven novel que prometía: Diego el Perote. 11. Muy drástico fue el cambio que experimentó el sentido de las actuaciones del Café de España en tan pocos años: de 1901 a 1904. no pude evadir el compromiso. ¡Ojú! Eso no lo ganaba ni. un favorito del público. pág. Con tres pesetas echaba una familia el día... Fernando el de Triana que ganaba siete pesetas y.. donde hoy está La Costa Azul. Y para que no falte la polémica. hacía la casa. llegamos a las nueve de la noche.

Es otro de los acontecimientos que narra Fernando el de Triana. esos malvados no tienen perdón de Dios. me dijeron que arrendó el mismo cortijo que antes era de su propiedad donde ocurrieron los hechos criminosos. y en mi turno canté.. colgado de la rama que antes fue testigo del horroroso crimen. víctima de un mal pasaje en barco. y será así. Por eso me agrada a mí hablar con hombres de ciencia: Pues dicen. y allí sacó el billete para el otro mundo. (verdugo) (pp.. que fue de éxito grande: Aunque no sé una palabra de este tristísimo juicio oral.101 . la siguiente copla de tango.. A los pocos meses se cumplió mi profecía.. Dicen que un padre inhumano a su hijo asesinó. que mata más la conciencia que las manos del “Buchí”.Pág.. por no dudar de sus palabras. protesto desde luego con todo el público en general. donde según decían dio muerte a su desgraciado hijo. que de ser verdad. y un día amarró una cuerda a la rama de un árbol. Si esto es así. Si es verdad que fue asesino. Lo cierto es que resulta muy difícil asumir que un viajero.101 Me explicaban algo de lo que le achacaban al reo. y al momento escribí. no pagaba ni quemado.. me atrevo yo a asegurar que ni un momento en la vida tendrá de tranquilidad: porque el padre que a su hijo le arrebata la existencia. pues el que antes había sido labrador acomodado.Pág. que quizás creamos profesando un verdadero acto de fe.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. y que en la Audiencia el Jurado al criminal absolvió. lo matará su misma conciencia. 180 y 182). y que había llegado a Málaga con unas doce Eusebio Rioja. si no lo mata el verdugo.

que cuando las procesiones de Semana Santa desembocaban en la Plaza de la Constitución por la calle de la Compañía.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. sino para entender y asumir un hecho tan ajeno. es de destacar que Fernando el de Triana se refiera a la línea marítima que realizaba regular y frecuentemente el cabotaje Cartagena-Almería-Málaga-Algeciras. actuación que repitieron durante quince días seguidos en 1922. Por otro lado. Algo muy a tener en cuenta y que nos puede proporcionar numerosas claves. Manuel Torre “el célebre Manuel Torre” le cantaba al Cristo desde lo alto de una silla una saeta muy famosa que decía. Esta línea auspiciaba un tráfico de personas. 82): Pues allí en el café España nos esperaban muchos cantaores de postín. Y como apunta en Voces malagueñas (pág... entre finales del XIX y principios del XX cantaron en el Café de España Antonio Fernández Vargas: Antonio el Bizco.. El barco solía aportar una comunicación cómoda. salvo en casos de temporal. De este modo lo escribe Dolores Carrera en el libro Esperanza Nuestra. La comunicación habitual entre estas poblaciones se realizaba por mar. el ambiente flamenco del Café de España fue tan intenso..Pág. que de seguro influyeron determinantemente en el flujo de estilos flamencos entre las referidas poblaciones.” Según Gonzalo Rojo en Cantaores malagueños (pág.102 horas de retraso. tuviese cuerpo no sólo para cantar aquella noche. junto a Diego el Perote y el guitarrista Manuel Cañestro.. En las primeras décadas del siglo XX.. en la que éste dice (pág. 342). rápida y segura. componerle un Tango de tan perfecta factura como éste. a causa de lo penoso que resultaba hacerlo por tierra.. Se trata de un reto que habría que proponer a cualquier poeta para cerciorarnos de su veracidad. María la Chilanga y Juan Padilla Baltanás: El Breva Chico. para echar sus Saetas a los Cristos y las Vírgenes.Pág. Y además.102 . 36). frecuentaba la acera del café el cantaor Manuel Torres.. reproduciendo una conversación con el antiguo cofrade Paco Medina. ahora con Sebastián Eusebio Rioja. en septiembre de 1919 cantó Joaquín Vargas: El Cojo de Málaga. “Míralo por donde viene con los ojos palpitaos.

Joaquín Vargas Soto “El Cojo de Málaga”..Pág.. lo hizo con decisión y éxito. ¡Ahí es nada el rastro de los artistas que hemos descubierto en su acontecer! 104 ROJO GUERRERO.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.103 . con La Niña de los Peines y Fernando el de Triana104.. y en 1923.Pág. Eusebio Rioja. G.. un café que si bien tardó en incorporarse a las exigencias que le demandaba la afición flamenca malagueña. 33 y 71. pp. 16. En resumen.103 Muñoz: El Pena..

aunque heterogéneo. menciona este café.. el que realmente llevó la batuta en aquel concierto cafeteril de la Plaza. 1861 (pág. 312) y 1866 (pág. el mismo número del Café de La Loba. lo retrata con toda profusión de datos históricos y detalles.104 EL CAFÉ DE LA LOBA El café que clavó sus cimientos con mayor profundidad en la malagueña Plaza de la Constitución.104 . bailaron no sólo los demás cafés de su inmediato entorno. por tanto. 105 Los paréntesis son nuestros. 168). sería cuando debió cambiar la empresa que lo regía. sino multitud de actividades otras. Presenció los trágicos acontecimientos de 1868 y 1869 con motivo del desarme de la Milicia Nacional. cuando se demuele el antiguo edificio que ocupaba. Al abrirse ya en el nuevo edificio. y al son de su música. en las guías de 1838 (pág. entre éstos.Pág. tuvo una vida dilatada y llena ampliamente media centuria.Pág. Fue. Con el nombre de Café de Andrés Ruiz. los que se relacionaban con el negocio del aceite. se engalanó cuando la visita de Isabel II y Alfonso XII. y como decíamos. y además y sobre todo. que tuvieron sede en este epicentro urbano.. conoció la proclamación de la primera República. La cita más añosa que hemos encontrado sobre su existencia. se anuncia un establecimiento en el número nueve de la Plaza de la Constitución. estaba integrado por industriales y comerciantes y.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. mudo testigo de una época movida y turbulenta. Ford estuvo en España entre 1830 y 1833. El público del primitivo café de “La Loba”. Dicho establecimiento es el que dio carácter lúdico a semejante ágora.. que perduró hasta fines del siglo pasado (XIX) o principios del actual (XX)105. Mas vuelve a ser Paco Percheles quien en Cafés de Málaga. 84).. Puede que el Café de la Loba fuese uno de los más antiguos de Málaga. la proporciona el turista británico Richard Ford en Manual para viajeros por Andalucía y lectores en casa (pág. Leámosle: Como vemos el café de “La Loba”. fue el Café de la Loba. constituyó un estratégico centro de reunión mercantil y simpático lugar de esparcimiento para varias generaciones. Con este nombre debió conocerse hasta 1876. Eusebio Rioja. 104).

9-11).105 que. sostenido por finas y elegantes columnas de hierro con candelabros. publicado en el librito La Flor de la Poesía. lo ripioso y extravagante del poema. verdadero salón de verano. El 23 de mayo de 1877 se fecha el poema MALAGA. seguramente con algunas neuronas distraídas o espongiformes.. 46-47).Pág. que recibía su nombre de una gran parra que en él crecía y que. daba al salón del café en disposición idéntica a la que hoy se ve en el edificio que ocupa la Excelentísima Diputación Provincial106. proporcionaba una gran sombra y una deliciosa frescura. propiedad del duque de Fernán Núñez. una junto a la fachada del establecimiento y otra enfrente. Leamos el jocoso poema: 106 Cuando Francisco Bejarano escribió este artículo. pasaron casi en su totalidad a este establecimiento. nos lleva a pensar que el célebre vate D. INAUGURACION.. lujosamente adornado con profusión de espejos. El Café de la Loba. y el tonillo irónico con que Narciso Díaz de Escovar trata al autor (ver apéndice número 43). dejando paso entre ellas para carruajes y peatones y decorando aquel sitio (pp. que era amplia y de mármol con lujoso barandal. junto a la barandilla que entonces rodeaba la Plaza. fue demolida. A la derecha del salón. circundado por una barandilla. dando ingreso al piso alto. la antigua casa del Café. ocupado por los billares y mesas de juego. cuando se abrió “La Lobilla”. y cuyo corredor. la Diputación Provincial de Málaga se encontraba alojada en el señorial inmueble cuya fachada principal da a calle Beatas y las laterales a las calle Ramón Franquelo y Marqués de Guadiaro. José Pascual y Torres debía ser un personaje bastante pintoresco. Con la reconstrucción del edificio se reformó el Café que entró en su período áureo. Al fondo. Un amplio y hermosísimo salón.. constituían lo principal de la nueva instalación. dispuestas en dos hileras.Pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. juntamente con un toldo dispuesto al efecto. El singular carácter del librito –título incluido-. Eusebio Rioja. Colección de las mejores composiciones del célebre vate D. José Pascual y Torres (pp. una pequeña escalinata y una amplia puerta acristalada daban acceso a un hermoso patio..105 . cómodos divanes y bien labradas sillas de madera de caoba. un tallado mostrador. En 1877 parece que se instaló delante del Café otro toldo. En el año 1876. edificándose en su solar el inmueble que actualmente ocupa el Banco. tenía su arranque la escalera. conforme se entraba.

Excmo. como hábil pintor. bello y elegante debido a los planos de Rucoba en rápida construcción. tan espléndido Señor! Elogio á D. Duque de Fernán-Núñez. D. las artes.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. y Carreto. Sr.. en su loor! Brotan torrentes de luz. recién construida.106 . ¡Viva. José Cabeza y D.106 ¡Albricias malagueños tenemos nuevo café. higiene y suntuosidad ¡Viva pues. no es café. y del estrangero! La gran Plaza de Toros. Eusebio Rioja. el adornista D.Pág. 327 mecheros de reluciente gas que iluminan el soberbio edificio. Las magníficas calles y edificios. ¡Viva pues. Gerónimo Cuervo. el arquitecto. D.. Joaquín Narváez. que con mano colosal.. ebanistas. ¡Suntuoso y grandioso Hospital provincial! El nuevo mercado de Atarazanas sólido. pues..Pág. es el que se destaca en la plaza de la Constitución. LA LOBA digno competidor de España el mejor. en su honor rindamos tributo de admiración. la traída de aguas de Torremolinos. Francisco del Pozo. Su administrador. Joaquín Manga. sino palacio: brillante como un topacio. que se han construido y edifican en los solares de los conventos. nuestra bella ciudad! Felicitamos al propietario del local RESTAURANT. Málaga en pocos años ha dado un paso gigante en ornato.

helados y cervezas.. que al salir centellea.. 675) y 1894 (pág.107 Lleva el aire. comidas. perfumes de esencia. se anuncia La Loba como café-restaurant. etc.Pág...Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. con salones en el 2º piso. los ponches. donde otrora se encontró la fuente de Las Gitanillas. fue el centro de la Plaza de la Constitución. mezclados en dulce competencia. cenas. Continuemos ahora con la descripción de Francisco Bejarano: Este café de “La Loba” que es el que recuerdan muchos malagueños. 102). que hoy decora el final del Paseo del Parque107. Corre el licor á borbotones. llenando el espacio. donde se sirven almuerzos.Pág. efectivamente hoy al final del Paseo del Parque. y el dueño de otro establecimiento 107 Uno de los enclaves que tuvo la verde fuente de las Tres Gracias. en las cristalinas copas. análogo a los que hoy llenan los establecimientos similares de la calle Larios y calle Granada (. Siempre como café-restaurant aparece en las guías de Nicolás Muñoz Cerisola para los años 1881 (pág. antes de ser colocada en la Plaza la fuente monumental de las Tres Gracias.. de rom y marrosquino. 331). 1882 (pág. hasta después! Concluidas las inevitables risas y sonrisas. en la Guía de Málaga y su Provincia para 1878 por Lorenzo L. á descansar y refrescar ¡Señores. Eusebio Rioja. 45 del apéndice). Por los alrededores de 1880. el empresario del café de “La Loba”. en la Plaza del General Torrijos y delante del Hospital Noble. Pasemos al salón de la cascada tomemos la champagne y el thé entre la alegría popular y el café dando aplauso con una palmada ¡Todo es alegría y placer.. esculturas que modelara Adrián Risueño. don José Cabezas. era frecuentado por un público de clase media. de las botellas espumosas.). Y el domicilio que expresaba era el número nueve de la Plaza de la Constitución (pág. observamos que al año siguiente. Moñiz. hoy en la Plaza del Poeta Manuel Alcántara.107 .

Posteriormente se instaló en el café un “tablao”. Fueron célebres también los bailes de carnaval de “La Loba”. foco de inmoralidad y corrupción y teatro donde se representan todas las noches las más vergonzosas escenas. del mismo autor..Pág. contrasta el lujo y el esmero en la decoración y los servicios de estos cafés. donde se embrutecen y gastan la vida y su dinero multitud de infelices. respecto a un café de verano que montó Manuel Ojeda: El Burrero: Junto al puente de Isabel II hay un barracón mal llamado Café Cantante flamenco. en los que se turnaban las bandas del regimiento de Borbón y la conocida por el remoquete de “Los Bizcocheros”. En el libro A su paso por Sevilla. que espacios dignos donde desarrollar actividades artísticas con mínimo decoro108. La discusión y la reyerta Eusebio Rioja.?.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. procuraban la distracción de los parroquianos con algunas vistas de fuegos artificiales en el centro de la Plaza y con frecuentes conciertos.. 339-406).108 ..Pág. Estos párrafos corroboran lo que decíamos al principio: fue el establecimiento más importante de la Plaza y el que le dio carácter. en los que predominaba el público de clase popular. poco más de un mes antes de esta nota. el capítulo Con él llegó el escándalo (pp. en particular.108 similar el “Café de España”. con la imagen que poseemos de otros cafés cantantes: más nidos de hamponería marginal. En la madrugada del 12 al 13 del mes de agosto anterior. Los cafés cantantes de Sevilla y ORTIZ NUEVO. Nuestras justas súplicas no han sido atendidas y el mal crece y se desarrolla y urge cortarlo de raíz para bien del pueblo de Sevilla (pág.. 93).. J. en el que actuaron cuadros de baile y canto y se representaban piezas teatrales como “El Cabo primero” y otras de aquella época. Con las representaciones y cuadros de cante y baile se inició la decadencia de este café.. 45-48).. el padre de la cantaora La Rubia Colomer había matado a navajazos a El Canario. En vano venimos clamando desde hace tiempo contra la existencia de aquel centro bochornoso. El que instaló una terraza a su puerta. joven cantaor perote en la cima de la fama entonces. en la misma superficie de la Plaza y el que costeaba conciertos y fuegos artificiales en el centro de la misma. acelerando su desaparición la apertura de la calle Larios y la instalación en esta vía de otros establecimientos que atrajeron la mayor parte de su parroquia (pp. J. ¿Se sabe algo.. Y desde luego. 108 Véanse: BLAS VEGA. se recoge el siguiente comentario que dio el periódico sevillano El Progreso del 25 de septiembre de 1885. L. atraídos por los falsos halagos de unas cuantas deidades.

de espesa atmósfera y techo ahumado. Hallamos todas las mesas ocupadas por graciosas majas cubiertas de flores. otra del inglés Graham Cunninghame: Todos acudían al Burrero. no contento con las variadas escenas de la feria. vendiendo flores marchitas y cajas de cerillas de colores chillones. Otros se cubrían con capas harapientas. esta descripción del Café de Silverio.Pág. ávido de emociones y como si deseara anegarse en un mar de color local. polvoriento. se habían producido a las puertas del referido café cantante (Ibidem. 19-20).109 . todos con el pelo muy grasiento y peinado sobre la frente.109 causantes del luctuoso suceso.. José Blas Vega reproduce en Los cafés cantantes de Sevilla. sin hacer caso de las viejas harpías que había sentadas a la puerta. pp. destartalado como un granero. escrita por José Laguillo. se empeñó en que por la noche había de acompañarle a un café cantante. En medio del suelo enarenado... de la que entresacamos estas líneas: Los juegos de azar. Había además algún que otro mayoral o zagal de cortijo. y entraban dándose empujones y codazos.. chaquetas cortas. Y los vecinos veíanse obligados a sufrir continuas molestias.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. El local ostentaba por añadidura un destartalado gallinero que parecía a punto de caerse y algún que otro palco muy necesitado de un buen Eusebio Rioja. a juzgar por su indumentaria. donde se bailaba “flamenco”. pues. en la calle Tarifa: Mi amigo Baltasar. sobre el suelo de la calle. Y poco más adelante. con un aire de desolación que hacían más pronunciados los candiles de aceite colgados de las paredes. en flequillo. de alamares. y chulos que con el sombrero gacho sobre la nuca se esmeraban en obsequiarlas. mientras que junto a las paredes. en tal inmueble eran un mal endémico casi imposible de desterrar.Pág. el primer hombre asesinado visto en mi vida. y alrededor de veladores de madera se sentaban en inseguras sillas de junco la flor y nata de la golfería española. También reproduce otra descripción del Café del Burrero... 92-93). Aquel templo de la danza era un edificio enorme. no podían ser más que chulos o chalanes. uno o dos toreros y unos cuantos maricas de burdel. Fuimos al café de Silverio. trifulcas y pánico cuando la policía llegaba (pág. pantalones muy ajustados a las caderas.. Entonces contemplé.. de pie. 47). por la que pasaban el dedo constantemente para asegurarse de que el borde permanecía recto. ofreciéndolas con garboso gesto cañas de manzanilla (pp. y sombreros vaqueros de fieltro de ala rígida. por si fueran pocas las hamponas inquilinas de los tugurios próximos. se agrupaban tipos que.

llevaban el pelo recogido en un moño alto. y que formó parte del cuadro artístico el cantaor Juan Padilla Baltanás: El Breva Chico.. se nos presenta un panorama del café de lamentable y penosa decrepitud. de transformarse. Donde hallamos rastro de la dedicación flamenca de este café. lo cual les daba un aire artificial y guiñolesco. que viene a ofrecernos un artículo de los llamados de costumbres.110 De la programación del café de La Loba. es en el número 454. 34 y 36.. de la publicación malagueña titulada El Ateneo. Así.Pág. algunas noticias más que damos en los apéndices números 33. como las flores de un jardín municipal. comprobamos que el piano jugó un papel determinante en el acompañamiento de cantaores y bailaores. según informa Gonzalo Rojo en Cantaores malagueños (pág. tocaba abundantemente en ellos con nitidez y volumen óptimos para imponer su sonido al chillón murmullo que debía producirse en aquellos salones. donde exageradamente. cuanto lejana del esplendor que debió iluminarlo en sus mejores momentos.. En el fondo del escenario.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. para el desarrollo de espectáculos flamencos.Recordarán nuestros lectores que fuimos los primeros que iniciamos el deber en que se hallaban esos establecimientos de recreo.. pero tampoco este tocado bastaba a redimirlas del aire general de pobretería que las impregnaba (pp. el diario sevillano El Porvenir. Siempre presente en los cafés. Revista semanal de literatura. al pie de los escenarios. acusa la introducción del piano en algunos cafés-concierto de Sevilla: Progreso de los cafés. Véase el apéndice número 34. y una flor roja detrás de la oreja. del 6 de diciembre de 1851. sin muebles ni más adorno que uno o dos ramos de flores pintados sobre el enlucido de la pared y una triste litografía del monarca reinante acompañado por un torero. contra la imagen que se nos ha venido presentando de la guitarra como exclusivo instrumento musical interviniente en el antiguo Flamenco. rematado por una peineta.. jurisprudencia y arte. llenas de chafarrinones como las damas de los cuadros de Velázquez. 48-49). En efecto.Pág. 347). Decrepitud tanto más próxima a la marginalidad subterránea y basurera. sino adoptando la barrido. sólo sabemos lo apuntado por Paco Percheles. Eusebio Rioja. en fila. Pero de él extraemos un dato de importancia: el valor que tuvo el piano en los cafés cantantes. no solo presentádolos bajo un estado elegante. siendo acompañado a la guitarra por Carlos Sánchez. por debajo de las faldas asomaban sus pobres botines de tacones carcomidos. Y esta es una característica que no pudo ni puede conseguir la guitarra. del 10 de noviembre de 1889.110 .

¿Se sabe algo.Ya hemos dicho que de poco tiempo a esta parte se ha operado tal metamorfosis en esos establecimientos de sociedad. las uñetas son sustituidas por macillos que golpean las cuerdas.Pág. principalmente los dos primeros que han admitido el piano. accionadas mediante teclas. Los de Iberia. Días después. J. elogiar la transformación que se ha verificado en los cafés.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. que nos prueban el adelanto de estos establecimientos. no los conocen. pero ya se convencerán. ¿Qué no hace el tiempo? Hemos predicado por la introducción del piano y la revolución se ha operado. bajo el más esmerado lujo y brillantez. L. Lombardos y Recreo han introducido notables mejoras. Dícese ahora que el antiguo local del café del Turco prepara una nueva inauguración. Durante el XIX y tras los perfeccionamientos organológicos 109 110 ORTIZ NUEVO. que obedece al juego de los pedales. que rivalizará con los mejores de Barcelona.111 introducción del piano.. Eusebio Rioja.. y tal será el lujo. que no han entrado por la vía de la moda.Pág. Al tétrico y monótono silencio ha sucedido el murmullo de la armonía del piano: dentro de poco los hemos de ver convertidos hasta en salones de improvisados conciertos.111 . y se les añade la sordina. el mismo medio volvía a la carga con el asunto: Nuevo café. esponiéndose a invertir un inmenso capital. Por supuesto que habrá su magnífico piano.... pues parece que una sociedad de la Corte va a tomarlo.. Hemos oído a cuantos llegan de la Corte y de Barcelona. ¿Por qué los demás no siguen ese sistema? El tiempo convencerá de la necesidad que hay de que el piano se propague109. cuyos sonidos eran producidos mediante la pulsación de cuerdas por uñetas metálicas o de otros materiales. que cuantos se han hallado alejados por algún tiempo de esta tierra. sino del estrangero. el de Nochebuena. pág. que en eso de los cafés es la más adelantada.. 99. no obstante que aun esistan algunos tan rebeldes.. El piano es un instrumento musical evolucionado a partir de la familia de los claves. como está propagado en la Corte y en los más insignificantes pueblos de Cataluña.?. Idem. A principios del siglo XVIII. Veremos lo que se resuelve110.

.. Sr.. Después escribiremos sobre Julián Arcas. todo eso es música celestial. gallegadas y esas cosas.¡Cómo!. Dice así: En el “Almanaque Cómico-Musical” para 1884 del editor Pablo Martín. convirtiéndose en el instrumento romántico por antonomasia. Mis parroquianos tienen las orejas duras. crearon técnicas virtuosísticas para la ejecución de sus músicas y lo popularizaron por todo el mundo occidental. tocar fandangos! ¡Qué dirán en el Conservatorio! (pág.Pág. El dueño del establecimiento amonestaba al pianista recién contratado. jotas.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. como yo. Frederick Chopin y Robert Schuman lo adoptaron como propio. Aquí se quiere música alegre. el piano alcanza su época de esplendor. un diáfano testimonio de la participación del piano en la génesis del Arte Flamenco. malagueñas.112 introducidos por los hermanos Erard. Seguidillas. será necesario. .Mire usted. ¡y eso que eché al aire todo mi repertorio compuesto de las mejores óperas! .. viene proporcionada por Celsa Alonso en su libro La Canción Lírica Española en el siglo XIX. Y hay que tener en cuenta que su libro se publicó en 1912. se publicó un relato titulado “El Pianista de Café”.Ah. Eminentes compositores y pianistas como Franz Liszt.. Eusebio Rioja.. .112 ..¡Nunca! Mis manos no se deshonrarán (!!!!) ¡Imposible.Las óperas no las entiende nadie. Otra muestra de la función desarrollada por el piano en los cafés-concierto y en los cafés cantantes.mucho siento tener que decirle que he recibido varias quejas por lo que usted tocó anoche. Leamos este significativo párrafo que trae a colación las célebres Soleares que compusiera Julián Arcas para guitarra de concierto. 366). señor Francisco de mi alma ¡eso es ruido nada más que ruido! La música alemana del porvenir.Pág.Señor don Ventura –le dijo.. Por otra parte. Por lo tanto. Don Francisco! ¡Todo un profesor de nota. tras su primera noche de trabajo: .. jaleos. el histórico maestro de baile José Otero da en su libro Tratado de bailes.. por lo que sus referencias acuden al siglo XIX. .

153-154). que estaba con el Maestro Moreno). corriendo la pieza máxima popularidad al adaptarse para ser tocadas al piano. fue la Cuenca. después la arreglaron para piano y el famoso D. 146). poseyó otras muchas virtudes111. Fernando el de Triana la elogia así: En su fotografía se aprecia de pronto que es el prototipo de la majeza. y RÍOS RUIZ. un hijo de la Albéniz. De Telethusa a La Macarrona. el arte y la simpatía. fue el primero que se las enseñó a las bailarinas de Málaga. En el retrato representa uno de sus bailes: la parodia de la lidia de un toro. L.113 La primera artista que bailó las Soleares de Arcas. supo apreciar la belleza de las Soleares de Arcas. Rafael Pareja redundaría en el papel que ejerció el piano: Estas academias tenían y tienen sus maestros pianistas. J. 313-314. desde el primer capotazo hasta que muere.Pág. pp. también fue una excelente guitarrista. Y como excelente guitarrista que era. pp. el hijo del gran tocador de guitarra Pepe “El Ecijano” y..113 . que pronto recibieron este título. ¡Viva Málaga! (pág. que las había muy excelentes y que en aquella época compartían con las sevillanas en el café de Silverio y del Burrero los aplausos de los parroquianos que a diario concurrían a dichos establecimientos (pp. Arturito Pavón. Trinidad Huertas: La Cuenca fue una célebre bailaora malagueña del siglo XIX. hace con los pies verdaderas filigranas. el mejor de todos. llenas de ritmo y arte depurado. quien además de su valía como coreógrafa. M. Eusebio Rioja. fue la primera lumbrera como mujer vestida de hombre. J. I. Diccionario Enciclopédico Ilustrado del Flamenco.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. vol. y por si esto no fuera bastante. con traje corto.. complemento digno de esa formidable familia de 111 Véase: BLAS VEGA. entre los que han descollado el gran Reyes (Ciego. como cumbre de los tiempos modernos. y las coreografió.. pianista flamenco.. El baile de hombre lo ejecutaba maravillosamente. Eduardo Vázquez.. como zapateado flamenco. 219-220 y NAVARRO GARCÍA.Pág. y al compás de las diferentes suertes del toreo.. Bailes andaluces y flamencos. Hablando de las academias de baile sevillanas.

Currito el de la Jeroma fue el primero que interpretó al piano estilos flamencos con verdadero sentido de la pureza y con auténtico sonido jondo113. de Triana. Estamos seguros que encontraríamos auténticas sorpresas flamencas..Pág..114 artistas. 382. Y no es éste el único caso. como más exitosos114. Pensamos que el articulista zahería al café con el sinuoso propósito de justificar su asistencia. Según José Blas Vega y Manuel Ríos Ruiz. 89. necesitara algún pretexto para justificar su presencia en el perverso local. Volviendo al artículo mentado de El Ateneo sobre el Café de la Loba. El tratamiento de don o de profesor otorgado al pianista en la generalidad de las noticias de prensa sobre cafés cantantes. La descripción que ofrece dicho artículo del Café de la Loba. como se le califica en el artículo. Eusebio Rioja. el articulista se ocupa de destacarlo entrecomillado. actividades que iba ejerciendo a medida que su temprana enfermedad se las permitían. Caso que aquí y socarronamente.. evidencian que gozaba de indiscutible reconocimiento profesional. Como pianistas flamencos de concierto. 113 114 112 Diccionario Enciclopédico Ilustrado del Flamenco. cuando sólo contaba 30 años.114 . Y muchísimo menos a la de José Pascual y Torres. comparándose a los cabarets de hoy.Pág. en: Historia del Flamenco. lo más puro en el arte flamenco que queda en España (pues no es preciso insistir en quién es La Niña de Los Peines. Consúltese el capítulo Percusión y jaleos. no se parece en nada a la de don Francisco Bejarano. pág. José Romero. hasta que lo llevó al camposanto en 1930. aparecerían después Arturo Pavón.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. pág. de Manuel Naranjo Loreto. y su hermano Tomás)112. exagerando los tintes sórdidos. que provocada por el tremendo motivo que expone y pinta con paleta de colores RONDÓN RODRÍGUEZ. bailaor y tocaor. No olvidemos que los cafés cantantes de entonces padecían mal prestigio.. Pero habría que repasar a fondo la literatura pianística de la segunda mitad del XIX y principios del XX. Presencia que sospechamos más habitual y gustosa. Currito fue también excelente cantaor. Sus instalaciones se revistieron de una decoración lujosa que en absoluto evoca una tasca adecentada. Recuerdos y confesiones de Rafael Pareja. No nos extraña que un periodista de bien. J. conviene observar como el pianista es el único componente del elenco que recibe el tratamiento de don.. Felipe Campuzano y Dorantes.

debieron poseer varios ambientes muy distintos: ambiente de lonja mercantil por las mañanas. se anunciaba así el restaurante y la nevería de La Loba: Gran Café Restaurant de LA LOBA Plaza de la Constitución. como la navaja del tío Rosao. de. La Taberna de los 3 Reyes. He aquí un descriptivo fragmento: ¡Qué nochecita aquella! Era entonces la “timba” de la Loba la de más “caliá” de toda Málaga y se tallaban allí ocho y diez mil duros de golpe y “zumbío”. en 1894. con el alma negra como el cuerpo. con barateros incluidos.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. C.115 . por las noches. Eusebio Rioja. y data la acción a principios de la década de los ochenta. y de esperpéntica diversión zafia y soez. porque era bizco para lo que ustedes gusten mandar. de recreo amable y familiar por las tardes. de restaurante al medio día. Lo hace en la novela El Tobalo. El escritor Manuel Martínez Barrionuevo alerta sobre la existencia de una famosa timba. en: LUNA. J. Su narración nos recuerda el poema El Piyayo. en adelante Ó A LA CARTE NEVERIA En un espacioso salón para verano se sirven variados sorbetes especiales. que se alojaba en los salones de La Loba. 7 MALAGA Cubiertos desde 3 ptas. Es cierto que el Café de la Loba. baratero. Poema romántico-tardío. por las noches y de madrugada.. y con más 115 Véase: El Piyayo.115 hiperrealistas...Pág. como otros muchos cafés. hacía el gallo en la timba un negro feísimo como el demonio.. En la guía El Recreo del Viajero. y atravesados también los ojos. donde el autor consigue la conmoción ficticia de una sensibilidad alejada de la realidad y fruto de la imaginación del poeta115.Pág. de José Carlos de Luna. publicada por Antonio de Guzmán. protagonista del argumento.

pese a algunos elementos de la parroquia.Pág. porque en diciendo el negrote por aquí meto la cabeza. 357. de cara simpática y dientes blanquísimos... le decían “Meri” al desgraciado aquel. se le conocía por el apodo de “El Negro Meri”. No podía ser otro que El Negro Meri. F. De su historia y ambiente. describe y biografía don Francisco a Meri: El dueño del establecimiento era un mulato no muy alto y musculoso. hacia su salida a la de la Compañía. Algunos parroquianos acudían allí con su compañera que. pág.. en Las calles de Málaga. que daba a varias de ellas el cariñoso título de sobrina. era discreto. no faltando tampoco obreros y gente sencilla y regular. Veamos como don Francisco Bejarano dibuja el tenor de los parroquianos de la tabernilla: El público era abigarrado y pintoresco: algunos “guapos”. igual que á los banqueros.116 agallas que Cristo en la Cruz. quien había cantado por lo flamenco en el Circo Madrid.. Eusebio Rioja. Se sabía que en su juventud 116 117 Véase: Gerhard Steingress. Martínez Barrionuevo se debió inspirar para el retrato físico de este otro personaje. tenía siempre en un potro á los puntos. y como baratero de la “timba”.Pág. ya de cierta edad por el tiempo a que nos referimos (1900-1908) y al que. relativamente tranquilo y agradable117. pág. BEJARANO ROBLES. en el famoso mulato Meric. por allí la metía más que se tropezara la tierra con el cielo y le cogiesen entre los dos por mitad de la “rabaiya”. 123-124). 514. y de vida varia y accidentada. Sin duda. Era un tipo pintoresco y popular de la Málaga del novecientos.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. partiendo por el “eje” al individuo de su cuerpo (pp. electoreros de oficio. Y a continuación. Es de justicia consignar que.. jugadores. antes de regularizarse urbanísticamente y adoptar el actual aspecto. a veces se perdía escaleras arriba para saludar a la esposa del dueño. el ambiente de la tabernilla del “Negro Meri”. señoritos jaraneros. propietario a principios del siglo XX de una tabernilla al final de la calle Salvago. mujer acogedora y servicial. instalado en Jerez de la Frontera (Cádiz) en 1874 y 1875116.116 . como hemos dicho. por lo que no podían verle ni á tiros.

. ocupaban la Iglesia de San Juan. aunque imperfecta y limitadamente. Así lo registran Antonio Sevillano en su libro Almería por Tarantas. José Luis Ortiz Nuevo en ¿Se sabe algo. cuyo nombre es el gentilicio de las habitantes del departamento de El Petén. Concluida esta salvedad.? Y Romualdo Molina y Miguel Espín en Flamenco de ida y vuelta. tuvo su época de torero. pág. varias lenguas. cantando a media voz las Peteneras y Merengazos lo cual dio lugar a varios alborotos que pudieron ser dominados con más o menos trabajo119. Pasando por Cuba. pues hablaba. 26 y 29 de los apéndices. y esta noticia que da el sevillano La Andalucía del 30 de diciembre de 1880: Escándalo en Málaga: Los periódicos de Málaga que recibimos ayer. Véanse los artículos 20. 346.. J. Fue además domador de caballos a la alta escuela.Pág..?. De tanto rodar por el mundo se entendía con los extranjeros. en tiempos aciagos llegó a ganarse el sustento como limpiabotas.117 había sido acróbata y que trabajó en el Circo de la Victoria. L. ORTIZ NUEVO. truenan contra los escándalos que han ocurrido durante la misa del gallo en varios templos de aquella ciudad. y en otros mejores actuó también como ilusionista. Eusebio Rioja. Hombres completamente ebrios. observemos también como registra El Ateneo que las Peteneras se habían puesto de moda en Málaga.. como Almería y Sevilla. Las Peteneras son un canto de origen americano.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. aclimatándose y tomando carta de naturaleza en Andalucía.Pág.117 . habían adquirido el aire aguajirado con que llegaron a España. al igual que en otras ciudades andaluzas. en Yucatán (Guatemala)... también tocaba la guitarra y cantaba para solaz y divertimento de cualquier reunión salerosa y de rumbo118. si venía al caso. donde ejecutaba un salto emocionante sobre varios mozos del circo que sostenían sendos fusiles con las bayonetas caladas. donde nos consta que hacían furor. y llegaron a 118 119 Idem. Se sabe algo. donde alcanzaron la popularidad comentada.. y en la última etapa de su vida estableció su tabernilla en la que..

120 Véanse: MOLINA.. 145) y con el jocoso de una danza pírrica o sea El Tango de los Negros. como el tango de los negros (¿Se sabe algo. Peteneras de tropicales gaditanías. en el Anfiteatro Sevillano. por fin.118 convertirse en cante flamenco120.. pág. Como escribe José Luis Navarro García en su libro Semillas de ébano. 149). Era un baile típico de esclavos. Flamenco de ida y vuelta. Un aire afortunado. el aplaudido Tango de los Negros de la Costa Sur.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. en: Alma100. Otros cantes de moda y que refiere el artículo dicho. cuando aparecen mencionados en la tonadilla La Anónima. sin duda.. F. pág. 34). Con el mismo título. el 24 de noviembre del mismo año (pág.. así como en cantos populares y cante flamenco. haciendo juguetes al estilo de aquel país con multitud de grupos (pág. Revista de Flamenco.118 . quien la estrenó ese año en el Teatro de la Cruz de Madrid122. y guitarrística en particular del XIX. Así. Llegó el tango. en: Alma100. el tres de diciembre y en el mismo anfiteatro. 161). en: Historia del Flamenco. 123 Eusebio Rioja. partitura para orquesta fechada en 1818123. Desde entonces. pág. en el Teatro de San Fernando. el que será egecutado por primera vez en este teatro. Revista de Flamenco. M. Tres años después. 121 122 NÚÑEZ. El afinador de noticias (6). R.. siempre los hallamos mencionados como baile de negros americanos o afroamericanos.. el esquema rítmico que fue caldo de cultivo en el que los negros y mulatos aclimataban y hacían crecer cuantos bailes llegaban a ellos (pág.. son los Tangos. J. compuesta por el guitarrista gaditano Tomás Abril.. El afinador de noticias (7). Las Peteneras. R. Numerosas formas conocemos con distintas variantes. El elemento negro y afroamericano en el baile flamenco: El Tango nació en Cuba. Sin embargo.?. nº 31. la música más antigua encontrada hasta ahora figura en el baile de teatro anónimo titulado Los Americanos. y MOLINA. 23. Se danzaba al son de un compás binario. en la academia de Manuel Barrera eran anunciados el 16 de abril de 1850. F. 148). y ESPÍN. y RONDÓN RODRÍGUEZ. el uno de abril (pág. NÚÑEZ.. allá por las primeras décadas del siglo pasado (XIX)121. como en literatura musical en general.Pág. nº 32. Se tiene noticias de su existencia desde 1779.Pág. 23. tanto en tonadillas escénicas. Tengo tango.. El paréntesis es nuestro.

145). los que hacer reir con sus contorsiones y sus cantares más ó menos intencionados. Esta versión –o versionesflamenca registró tan fulminante éxito.Pág.119 El 17 de febrero de 1854. de noche. y en ello casi siempre ha ído ganando.” ó “tanguera. que llegó a originar un tipo de cantaores y de cantaoras especializados en su cante y baile denominados tangueros y tangueras. en el Teatro San Fernando (pág.. etc. cantado por el señor Luna (pág.. chuflón.” hay quien adquiere el nombre de “tanguero. que en la gerga de ellos quiere decir “gracioso.119 . en el Teatro Principal. bailadores. se bailarán por varias parejas Boleras Robadas. de día. pero lo general es bailar las “alegrías. lo continuaremos encontrando sin perder nunca su denominación o alusión a baile jocoso o grotesco. 143) y el primero de junio de este año. menos ahora que lo que se canta de todo tiene menos de tango.Pág. padeciendo desprecios y prohibiciones a causa de su carácter deshonesto o impúdico. Rafael Marín denunciaba en su Método (1902) la popularidad de los Tangos en el Madrid flamenco de finales del XIX. y por cuya razón se les dá un nombre bastante raro. (.177-183). pues sobre éstos está basados los demás (pp. Además de los bailes y cantes suelen hacer especie de pantomimas. Y el 15 de abril del año siguiente. Tango de Negros. y por lo mismo no pasan venticuatro horas sin que sufran alguna alteración. los Tangos se aflamencaron. americano o de negros. en el Teatro Principal.” es seguramente cubano. Hacia 1880.. Después.” y éstos son escasos.) En cuanto al “tango.. sólo que en Cádiz siempre han tenido mucha gracia para el arreglo.Como la “guajira. bastante divertidas. y á toda hora.. baile (pág. y siendo imposible seguir tanta variación. Con los “tangos” está pasando una cosa muy curiosa: parece que Madrid tiene fiebre de aquéllos.” aunque todos saben bailar más o menos bien el “tango. Tango de Negros.. 143).” Los “tangueros” suelen. a la vez que describía el papel de los tangueros y de las tangueras: TANGO.” porque son una especialidad de este baile. Eusebio Rioja. el gracioso baile El Tango de Negros. el principiante debe aprender los acompañamientos que le pongo. no se oye cantar otra cosa.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. muy mal considerados por los aficionados ortodoxos.. toreros. ridiculizando á cantadores. por lo general” ser entre los flamencos lo que los “excéntricos” en el Circo.

En Cádiz siempre se bailó el “Tango” entre la gente artesana pues era su baile favorito. y aquí en Sevilla. Estos son algunos de los trabajos publicados: • MOLINA. que estuvieron en el café de Novedades. ORTIZ NUEVO. así como registramos que formaron parte de zarzuelas en el siglo XIX. n° 10. no hay quien aprenda a bailar. pero éste se encontraba entre mil muchachas una que se atreviera á bailarlo. de concierto y flamencas124. 405-409.Pág. y como este baile ha pasado a la jurisdicción de explicarlo los maestros. y ESPÍN. T. NAVARRO GARCÍA. que no siempre eran lo que requerían las reglas de la decencia. tomo 3. muy flamenco. La música entre Cuba y España.. por las posturas. en: Historia • • • • del Flamenco. y el otro que les decían el “Tango de las vecindonas” ó de las “corraleras”. sea de la clase que sea. ocurre que lo pongo en reglas de baile con trabajo de pie.. J. aunque supiesen hacer las cuatro tonterías con que solía adornarlo la que era un poco despreocupada.. que no pida le enseñen el “Tango”. en 1912. en: revista La Factoría... Fueron conocidas dos clases de “Tango”. J. L. M. • ORTIZ NUEVO. pp. se han visto bailadores de “Tango” que han sido de Cádiz.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. L.120 Del mismo modo. Tango de negros: Tango americano: Tango. Hoy es uno de los bailes de moda y que da dinero á los artistas. en varias ocasiones. y que no se podía bailar en todas partes. Diez años después de la publicación del Método de Rafael Marín.. Acariciando a Cádiz y a La Habana. IV. y no con posturas deshonestas.Pág.. R. ORTIZ NUEVO. Eusebio Rioja. F1amenco de ida y vuelta. vol.. el maestro José Otero redundaría en el mismo concepto: Aunque el “Tango” es baile antiguo no se ha generalizado hasta hace unos ocho o diez años. y NÚÑEZ. pp. L. en los cafés cantantes. y NÚÑEZ. L. La Rabia del Placer. Buen ejemplo es el anuncio jerezano recogido por Gerhard Steingress: El Tango de la Zarzuela “Entre mi mujer y el negro”. este tema ha sido profundamente estudiado por distintos autores.. anuncio con fecha del 8-II-1861 (pág. LINARES. El nacimiento cubano y su desembarco en España (1823-1923).. J. 124 Últimamente. F. J. Semillas de ébano. El elemento negro y afroamericano en el baile flamenco. R. F.120 . uno que se llamaba el “Tango gitano”. conocemos un buen número de versiones de Tangos de salón. 51-58. y los dos últimos que vinieron fueron el “Churri” y “Paquiro”. 365).

Lo que sí es cierto. 223-225). Tampoco hay que olvidar que el mítico cantaor jerezano Manuel Torres.y debido al furor que causaban los Tangos. leamos por último lo escrito por Paco Percheles: 125 126 BLAS VEGA. Véanse al respecto los siguientes trabajos: LINARES. Y regresando al Café de la Loba.Pág. Queda dicho como la comparsa gaditana Las Viejas Ricas. en: revista La Factoría.121 Para que los bailes resulten agradables no es preciso apelar á movimientos grotescos. De todos modos y a pesar del pedestre devenir de los Tangos.Pág. M. La rabia del placer. Son Tangos para guitarra solista de concierto. en el Café de Silverio.. de Sevilla. el celebrado Niño de Jerez o Niño de Torres. tan deshonestos y canallas. Rey de los cantaores. F. En principio.del siglo XIX. T. 90...121 . de connotaciones musicales muy diferentes a las que debieron poseer los Tangos flamencos. J. A tal punto llegó su éxito. La música entre Cuba y España. L. es que encontramos numerosos Tangos en la literatura guitarrística clásica -o mejor: ecléctica.. • • • Eusebio Rioja. los Tangos y las Habaneras fueron un mismo aire musical126.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. se presentó en el SalónConcierto Filarmónico y Oriente de Actualidades.. ORTIZ NUEVO. y NÚÑEZ. en 1902. Y con ello no tembló su calidad siguiriyera.. como hemos apuntado. Y NÚÑEZ. ORTIZ NUEVO. J. L. aunque puede que en su juventud –había nacido en 1878. quizás no le importara hacer como los excéntricos en el circo. Silverio. El nacimiento cubano del tango y su desembarco en España. pág. Ellos sabrían. actuaron durante varias temporadas con sus Tangos.. F. en su obra Mundo y formas del cante flamenco (pág. propiamente dichos. que fueron ellos quienes llevaron a hombros el féretro de Silverio Franconetti en 1889125. tienen todos los bailes andaluces muchos movimientos graciosos y que no se apartan de la moralidad (pp.. Acariciando a Cádiz y a La Habana. J. 228). Tangos que siguieron más el aire de las Habaneras que el de los Tangos flamencos.. como cantador de tangos.. Ricardo Molina y Antonio Mairena los consideraron cante gitano de tipo “básico”.

un emparrado que sirve de dosel a un amplio patio utilizado para el servicio de nevería en el estío. BEJARANO ROBLES. También acusa el artículo la decrepitud del café en sus últimos tiempos y algunos sucesos allí ocurridos. 310. pág.122 127 . En un tablado dispuesto para el caso se dan conciertos. Eusebio Rioja. Tiene un espacioso salón y al fondo. según recoge un artículo anónimo de la prensa malagueña del día siguiente. el mejor de Málaga y uno de los mejores de Andalucía.Pág. Véase apéndice número 37. El cierre definitivo del Café de la Loba se produjo el 31 de marzo de 1902.. F. se exhiben cuadros de cante y baile flamencos y se representan piezas de teatro127.122 El de “La Loba” es...Pág.. sin duda.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. De su historia y ambiente.. Las calles de Málaga.

parece preparar una nueva transformación de este céntrico sitio que siempre reflejó las mudanzas de la historia local (pág.. al mismo tiempo. Todo ello. en la esquina de la calle de Rodríguez Rubí. de ambiente dieciochesco y caduco aire liberal. en el edificio de al lado del Café de la Loba. Eusebio Rioja. en época más antigua. Finalmente. No aparece en el libro Cafés de Málaga. Otro inmueble. convertido en solar en los primeros días del período rojo.123 . La calle Rodríguez Rubí era más estrecha entonces. Muy poco es lo que sabemos de él. por su recargada y orientalesca ornamentación. asoma. promesa de nuevos y.. en el que se hallaba instalada la farmacia de Pérez Bryan y que. 310). frontera al Consulado. de Francisco Bejarano. la Casa del Corregimiento. se ha remozado con el título de Centro de Estudios Andaluces. apunta: Cuando estas líneas se imprimen.Pág. la antigua Sociedad Económica de Amigos de País. lo encontramos anunciado como Café-restaurant del Porvenir (pág. sólo dice que es una pequeña lonja abierta a todos los negocios (pág. Lo único que podemos añadir por ahora. ocupó el café de “La Lobilla” y. En la Guía de Málaga y su Provincia para 1878 por Lorenzo L. El último párrafo de esta obra dedicado a la Plaza de la Constitución. también a la plaza sus mutilados restos. 315). Con el mismo nombre y la misma dedicación. 67 del apéndice).123 EL CAFÉ DE LA LOBILLA.. aparece en las guías de Nicolás Muñoz Cerisola. la llamaban “el asombro de Damasco” y la “Alhambra del Colesterol”.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. mudos testigos de una época trágica. viejos afanes de cultura. quien en Las calles de Málaga. con estos tres nombres lo encontramos. para 1881 (pág. Muñiz. Se ha hablado también de sustituir los antiguos quioscos que perduran en el centro de la plaza.. 675). la “piqueta demoledora” hace desaparecer el edificio que.Pág. 331) y para 1882 (pág. DE LA LOBA CHICA O EL PORVENIR Efectivamente. era algo mayor que la que ocupa el edificio actual. Se instalaría en la Plaza de la Constitución. es que no nos consta que hubiese espectáculos en sus salones y que la superficie que ocupaba su edificio.

añadiendo que el establecimiento ostentaba una muestra representando un otomano sentado a la usanza oriental y fumando una larga pipa. dicen algunos que existió “en sus tiempos”. de una fotografía o una caprichosa representación de la Sublime Puerta.Pág. aclaren por completo estas dudas. un huevo con tomate o con lomo por igual cantidad y cuando eran dos. que se anuncia en la guía de ese año (pág. ocho y medio: datos todos ellos más que suficientes para lamentar no conocer el nombre del benemérito dueño. mas no pueden precisar lo que había en aquel sitio. Esperamos que la investigación anecdótica. según dice Paco Percheles en Cafés de Málaga (pág.. si bien no saben si la muestra era de café. Los ponches con ron superior costaban treinta y ocho y el café corriente. 104). Debe ser el café de N.. con ron o caña. 81). otro café del “Turco”.Pág. con los mismos sustanciosos arrequives ventiún cuartos. allá entre el 75 y el 90. pero otros dudan y sólo recuerdan el detalle de la pipa y el de una media luna roja..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Estas son las noticias que sobre él publica el mismo autor y en el mismo libro: En la misma esquina que el anterior o en la calle Granada.. Eusebio Rioja.124 . la mayoría de los lectores al saber que allí se servían desayunos con pan y mantequilla y café por trece cuartos. la casualidad. pero puede también que poseyese varios asentamientos y distintos propietarios. en la calle Santa María. como opinara. sin duda alguna. o alguna autorizada o definitiva referencia. Pero hubo otro Café del Turco. En el año 1838 hallábase establecido en la esquina que forman la calle Santa María y la Plaza un café titulado “El Turco” que era una verdadera bendición. Garafi. 81).124 EL CAFÉ DEL TURCO Puede que sea uno de los cafés más antiguos de Málaga. a fin de fijarlo aquí como digno de recordación y reconocimiento. Muchos no recuerdan la existencia de este café y aún la niegan. y dediquemos unas líneas al conocido y popular café cantante que ostentó el repetido título (pág. la versión aumentada de los cuentos de las “Mil y una Noches”. pues no hemos podido precisarlo.

cuando se anuncia como café cantante. Sede que poseía en 1894. Y como no podía faltar. y en el sitio donde hay en la actualidad un solar destinado a almacén de carbones. 675). que el ambiente flamenco era el que predominaba en él. 102). 81-82). aparte la Eusebio Rioja.Pág. y frente a él veíanse varios palquitos. Por ser ésta la más nueva. era conocida bien directa o indirectamente por don Francisco Bejarano.fue don Manuel Romairones. añade la descripción del ambiente del café y una semblanza de los artistas que en él actuaron: El público del “Café del Turco” era.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. más escogido que el del “Sevillano”. Y por fin. O sea. destacando entre los artistas que allí actuaron el célebre e imprescindible Juan Breva. A continuación y como de costumbre en los relatos de Paco Percheles. el elemento pueblerino. la última sede urbana del Café del Turco. el favor del público (pp. se anuncia un Café del Turco en las guías de Nicolás Muñoz Cerisola. más conocido por “Romayón” debido a la transformación que el hablar de la gente introducía en el apellido. para 1881 (pág.. situado en la planta alta. manejando ya la primera mano de sus informaciones: En el ensanche o placeta que forma la calle Santa Lucía en la desembocadura de la de Convalecientes. existió en las últimas décadas del pasado siglo el “Café del Turco”. sus similares.125 . no faltando tampoco quien le llamara. con más confianza Manolo el “Fideero”. 331) y 1882 (pág.125 En efecto. quizás. donde se reunía el personal más selecto o de mayor rumbo. El dueño de esta cantante institución –alto. y otros dos “cantaores” excelentes por “malagueñas”: el “Fosforito” y el “Caribe”. en la Guía de Málaga (pág. aunque no faltaba allí. La parte principal del espectáculo la constituían el cante y el baile flamencos. A la derecha de la entrada principal estaba situado el escenario. como en todos los cafés cantantes..Pág. el dibujo literario del interior del café y la semblanza del propietario: El local.. grueso y con muchos anillos. no muy grande dado el carácter del establecimiento. con domicilio en la Plaza de la Constitución. era magnífico por su amplitud y estaba integrado por dos grandes salones formando escuadra. que compartía con el del “Sevillano” y el “Chinitas”..

. 82-83). o sea al amparo de leyes más humanas..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. 268). el maestro Juan Navas. cartageneras. Rodríguez Casielles gozaría hoy de una jubilación que le diese derecho a vivir como se lo permitía hacerlo el fruto de su dedicación. malagueñas. le pidió el público que actuase. Si los hombres nos rigiéramos como hermanos. en el año 1870. fueron constantemente pasados por aquella pantalla del “tablao”.126 famosa “Piquito de Oro” y de otros ya mencionados cuando hablamos del “Café del Sevillano”. espera tranquilo que concluya la película de su existencia (pág. nunca amparada en un estímulo cordial y protector. etc. sevillanas.Pág. La larga lista de danzas y cantos regionales del rico folklore andaluz. produciéndose finalmente tal alboroto que el retraído artista supo aprovecharlo para escapar (pp. Ya nos referimos con anterioridad el maestro Juan Navas y a su magnífica labor de recopilación y notación de toques flamencos.. En “El Turco” comenzó a actuar el maestro Salvador Rodríguez. panaderos. Otro artista de la guitarra. Hoy. Como a su colega Molina de Jerez.. y como nos ha llegado a través de María del Carmen García-Matos Alonso.Pág. y en la “seguiriya” al Chato de Jerez y a la “Parrala” en sus inimitables “soleares”. fandanguillos. el guitarrista S. pero como él se resistiera fue en aumento la exigencia del “respetable”. español. en la escalera de la vejez. como boleras. que entonces ya comenzaba a ser famoso.126 . que más tarde quedó como guitarrista “oficial” del “Chinitas”. animados todos por el arte de su sobria guitarra. provocando la admiración de los entendidos. Este ejecutante actuó por espacio de más de treinta años en aquel renombrado “Café Chinitas”. Eusebio Rioja. como se hallase una noche entre los espectadores.. que a “Rodriguillo” en las “serranas”. A Salvador Rodríguez Casielles dedicaría Domingo Prat una entrada en su Diccionario de guitarristas con el siguiente contenido: Notable guitarrista en el género popular andaluz. acompañando con singular estilo lo mismo al “cantaor Breva” en las malagueñas. los años vividos en ese ambiente le hicieron el cuerpo pesado y las aspiraciones decadentes frente a una realidad prosaica. Desde muy niño se dedicó “al rasgueo” de la guitarra. Nació en la capital de Málaga. en la ciudad de Málaga. soleares.

Y acto seguido...Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. o bien Prat exageraba al situarlo en la escalera de la vejez. que tuvo una academia de su especialidad en Lagunillas. ¿qué no harías? –Con otro cualquiera ya se había terminao hasta la conversación. Como no decía nada y yo seguía con mi reloj en la mano. donde parece que llegó a ser guitarrista oficial.. Manolito? ¿Qué hora es? ¡Lo menos te crees tú. Otro de los artistas. lo miró y se lo echó de nuevo al bolsillo. se refiere a las compañías dramáticas que por allí pasaron: Eusebio Rioja. 102).Pág. pág. 323). le interrogué: -¿Pero qué hora es. cuando comenzaba su vida artística. Pero Paco Percheles continúa en Cafés de Málaga. citando ahora a bailaores que actuaron en el Café del Turco: Maestro de baile era un tal Pepe Ronda. me respondió (pág. Juan Toledo: El Caribe fue un cantaor malagueño muy popular a causa de su cante por Seguiriyas y por haber creado una Malagueña personal. Manolito sacó el suyo. Francisco Loriguillo Márquez: Loriguillo de Coín (Ibidem.127 . 324) y en este café es donde Fernando el de Triana escuchó cantar por primera vez a La Trini. sobre 1890 (Arte y artistas flamencos. debieron ocurrir muy al final del XIX y en los principios del XX. Recordemos que en 1889. así llamado por el lugar de su origen. que solían actuar con cierta regularidad en este café era “La Paca”. magnífico ejemplar de 18 quilates. que yo me he gastao sesenta duros en mi reloj pa que sepa ca uno la hora que es! –Cuando eso lo haces con un compañero. En el Café del Turco cantaría acompañado a la guitarra por Juan Navas. le dije.. pág. con otro cualquiera. Malagueña que se considera de las más antiguas conocidas (Cantaores malagueños. que hizo popular una cancioncilla que se titulaba “El Afilador” (pág.Pág. 90). era allí director artístico Carlos Sánchez.127 Sus actuaciones en el Café de Chinitas. ni nadie. Quizás se encontrara Salvador bastante quebrantado de salud. Domingo Prat publicó su Diccionario en 1934. 83). pág. También allí le ocurrió a Fernando un graciosísimo sucedido con el cantaor Manolito de Jerez: Al notar yo que mi reloj se me había parado pregunté a mi compañero por la hora para ponerlo en marcha. cuando Salvador Rodríguez sólo tenía 64 años.

Don Manuel no hablaba más que para protestar de la manera. apellidado López. sacaban a la vía pública muebles y enseres. Mientras se luchaba contra el fuego. entre una y dos de la madrugada las campanas de la Catedral comenzaron a sonar dando los toques acostumbrados para anunciar que se trataba de un incendio en el centro de la capital. hacia la parte de la Iglesia de los Mártires. En la Plaza del Turco. El cielo. precipitadamente. cuyos inmuebles lindaban con sus espaldas con el Café. aquel local de alegría y jolgorio hasta entonces se veía envuelto en llamas. el desplome de algún techo. mostraba rojizos resplandores y con dirección a aquel lugar acudía la gente presurosa. principalmente de la calle San Telmo.128 Las representaciones teatrales eran otro número del espectáculo y corrían a cargo de un cuadro que dirigía el modesto aficionado Aragón que tuvo también a su cargo el elenco artístico del “Chinitas”. Crepitaban las maderas y.. pues lo mismo cantaba “Bruno el Tejedor” que hacía el característico de “La Pasionaria”.128 . advertencias e imprecaciones. tabique o muro. El galán. el café que ella dio nombre.. con el natural del incendio y la gente que acudía. El Café del Turco encontró su final en un incendio. como se desenvolvían los trabajos de extinción y tantas variaciones hubo de hacer sobre el mismo tema que. pero el “barba”. Procuraban poner a salvo sus ajuares y. a su parecer defectuosa. que no se conseguía dominar.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. mediano actor aunque de gran voluntad. volviéndose para él el Eusebio Rioja. pues acabó sus días como colaborador de la Sociedad de Autores (pág. En la esquina de la calle Convalecientes hallábanse las autoridades.Pág. pasó más tarde a formar parte de la compañía de Espantaleón. Una noche del año 1896. que en rojas y gigantescas lenguas salían por los amplios ventanales. la alarma cundió a los vecinos de las casas colindantes. en medio de voces.. De este modo lo narró Francisco Bejarano: El “Café del Turco” tuvo un fín trágico. 83).. Dramático final que no se vio exento de tintes surrealistas. no tuvo buena carrera.Pág. producían un siniestro ruido. de vez en cuando. el dueño del Café y otras personas presenciando la actuación de los bomberos. que. aumentaba la confusión y comenzaba a susurrarse que el incendio había sido intencionado.

Pág..129 . Eusebio Rioja.“¡Si Vd.. que debía estar enterado del rumor que corría.... Me hubiera avisado ayer. 83-84).Pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. le dijo: .!” (pp..129 Gobernador.

que ha engrosado la mitología del Arte Flamenco. situado en la calle de Granada. Su disposición parece ser que lo propiciaba.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. M. entre la esquina de la calle Sánchez Pastor y la Plaza del Carbón. señoritos. El Café de Bernardo o del Sevillano. Podría ser la actual calle Ascanio... si es que se llamó así alguna vez. 73-77): Los trinos de su pecho pusieron repeluznos en el “Café Sin Techo” a un abigarramiento de tratantes. 128 BLAS VEGA. matones. el Café Sin Techo era un complejo de salones y saloncitos al aire libre.cuyas consumiciones preferidas eran refrescos y helados. También es posible que en alguna época se instalase un escenario –quién sabe si de quita y pon. bien en sus salones. siendo muy frecuentado por familias –algunas con niños y niñeras. Esperemos que no sea una licencia poética. No nos extrañaría que por entonces. aunque cabe la casi segura posibilidad de que más de una vez se cantase allí.130 .Pág.para representaciones en horas tardías. en el Café de Chinitas. al que se entraba por una callejuela larga y mal iluminada (véase apéndice número 43).Pág. Diccionario enciclopédico ilustrado del flamenco. Nada menos que la entrega al legendario cantaor Tomás el Nitri. alguaciles y hampones. y destinadas a un público mucho más juerguista y canalla. pág.130 EL CAFÉ SIN TECHO No creemos que fuera un café cantante al uso. de no haberse producido un acontecimiento en él. hacía muchos años que ya no se llamaba Café Sin Techo.. Así lo manifiesta José Carlos de Luna en la siguiente estrofa del poema que dedicó a Ana Amaya Molina: Anilla la de Ronda.. Su vida se circunscribía lógicamente a los meses estivales.. y RÍOS RUIZ. cantara también en este Café Sin Techo. 24. Según Narciso Díaz de Escovar. J. de su libro La Taberna de los 3 Reyes (pp. vol. que el habitual de por las tardes. bien en algún reservado que pudiera poseer. Eusebio Rioja. I. de la primera Llave de Oro del Cante. Lo cierto es que no habríamos considerado objeto singular de nuestro estudio al Café Sin Techo. Nos consta que Anilla la de Ronda cantó en 1890. junto a Paca Aguilera128. toreros.

pp. La llave ganada por el famoso siguiriyero pesaba dos libras de las llamadas carniceras. se establecieron allí vigorosas tertulias de políticos liberales locales. el concepto de juventud/vejez del siglo XIX. cuando nació el Nitri129. cuando él vivía en Carmona. sirviendo de modelo la de la Plaza de Toros. rico gitano malagueño”. se embriagaron y lloraron. debemos suponer que había nacido a principios del siglo XIX. que dice que es la auténtica por habérsela contado hace bastante tiempo. y pagó su coste el Planeta. Según Pantoja Antúnez. y en uno de esos momentos fabulosos que tenía este enigmático cantaor. De todos modos. en total: 72 onzas cabales de plata. todos se desgarraron la ropa. cargados con la Razón Incorpórea. “Fueron jurados – añade.. Cantaba Tomás el Nitri. A. Manuel Molina. y por otra parte tendría que ser centenario o poco menos. Hicieron su aparición los duendes. Por lo tanto.. Las confesiones de Antonio Mairena. cuando me contó lo del Nitri..Pág. alrededor de 1875/1880 debía tener unos 75/80 años.. Veamos como Ángel Álvarez Caballero refiere la entrega de la Llave de Oro a El Nitri. es de unos 25/30 años.. El hecho se produjo de forma espontánea.131 . 139-140. ¿Era este Planeta el famoso cantaor de épocas pasadas? Si lo era..de la reñida competencia el general Sánchez Mira y don Manuel Pérez de Guzmán. en su libro El cante flamenco: Fue Tomás el Nitri el primer ganador de la Llave de Oro del Cante. “aquella Matilde Franco de la que he hablado en otras ocasiones. de Málaga. Juan Junquera.Pág. tenía más de noventa años. se la entregó Silverio en el café Sin Techo. la cual. dos flamencos de postín y señorío. Véase: García Ulecia.131 Al final de su existencia.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Pero vayamos al objeto de este capítulo. 130 Eusebio Rioja. Antonio Mairena da su propia versión130. de la calle de las Siete Revueltas.. una hija del tío Maera.). difiere bastante en su contenido respecto al actual. Y entonces surgió la idea de fotografiar a Tomás para la 129 Si El Planeta era de edad provecta y aún madura sobre 1845. quizás el más preciado galardón flamenco. pues sabemos que era ya un hombre maduro en 1850. La edad que aparenta El Nitri en la foto donde aparece con su llave. según lo define Serafín Estébanez Calderón en Asamblea general. extraña que el autor no lo exprese. en una de esas grandes fiestas organizadas por los que constituían el referido tribunal del cante gitano andaluz (el Tío Maera.

Tomás Vargas Suárez: El Nitri nació en El Puerto de Santamaría (Cádiz). propiedad de aquél. nº 74. Estos mismos párrafos los repite Álvarez Caballero. residió largas temporadas en Antequera y en Ronda.132 . Y hasta tuviera algo que ver en la creación del Fandango de Pérez de Guzmán. 649).. Eusebio Rioja.Pág. conoció a José Pérez de Guzmán y Ursáiz.. Quién sabe si en cualquiera de sus estancias en Antequera. cuando éste vivía en la finca antequerana El Juncal. pág. teniendo en su mano una llave que debía simbolizar la continuidad. hasta 1930.. ciudades de clima seco. gran aficionado al Arte Flamenco que fue. desde la inauguración de la calle en 1888.. casi al pie de la letra. II.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. 27). Descendiente de El Fillo. la conservación y la pureza del cante gitano-andaluz” (pp. continuador profesional de su padre e igualmente. advertido de la buena pasta flamenca de su ocasional ayudante. Manuel Pérez de Guzmán. a causa de la tuberculosis que padecía. mucho más benigno para las dolencias pulmonares que el de Málaga. cuando la vende a Antonio Mata Vergel. 131 El paréntesis es nuestro. la sabiduría. hermano de Agustín Pérez de Guzmán. Revista de flamenco. Conviene que aclaremos. se inició profesionalmente en el Café de Chinitas. Así –hipótesis sanroqueña. “Tomás no era más que un jovencito muy aficionado al cante”. propietario de la botica de la calle del Marqués de Larios.132 posteridad. pág. según escribió Anselmo González Climent.se inició la carrera de Tomás el Nitri (Candil. en Viejo Carné Flamenco: Cuentan mis comunicantes de San Roque que a finales del siglo pasado (XIX)131 “Tomás el Nitri” se encontraba trabajando en una herrería de un gitano local. también farmacéutico y padre de Antonio Mata Gómez. lo llevó personalmente al Café de Chinitas para procurarle un contrato. en la colección Arte Flamenco (vol.Pág. Manuel Pérez de Guzmán fue un magnífico aficionado malagueño. y a Joaquín Vargas Soto: El Cojo de Málaga. El gitano. 96-97). en enero de 1850. que Manuel Pérez de Guzmán no tenía ninguna relación con el cantaor de Jerez de los Caballeros (Badajoz) José Pérez de Guzmán y Ursáiz (1895-1939).

Si El Nitri nació en 1850 y cuando estuvo en San Roque no era más que un jovencito muy aficionado al cante. quien no pudo escucharlo nunca.. Se ha dicho que el Nitri alcanzó dicho trofeo compitiendo nada menos que con Manuel Molina y Juan Junquera. que llevó doble y pintoresca existencia. El Nitri ha pasado a la historia flamenca como prototipo de artista extravagante y enigmático.. Hay quienes dicen que se la entregó el mismísimo Silverio. La imaginación y la fantasía tienden trampas insalvables a los que desatienden los dictados de la coherencia. particularmente por Seguiriyas y por Bulerías. 213) y como bohemio por temperamento. Algunos precisan que todo aquello ocurrió en el malagueño Café Sin Techo. como lo definiera Guillermo Núñez de Prado.este hombre estuvo en realidad y de una manera innegable imposibilitado de sentir como hombre el amor. José Luis Navarro asegura que se casó y que tuvo un hijo (pág. De todos modos. según lo calificó Fernando el de Triana (pág.. Se ha ponderado hasta el infinito su actitud estrambótica. Y dan una fecha: 1862. 260-266). en Cantaores Andaluces (pp.. lo que ha suscitado mayores polémicas ha sido su Llave del Cante. que lo llevó a negarse a cantar ante Silverio Franconetti. El Nitri está considerado como mítico cantaor de calidad insuperable. de la Historia del Flamenco: Sin duda. ni en ninguna grabación fonográfica. 266). A partir de la fotografía en la que aparece Tomás con dicho galardón y siempre amparados en la incontrastable sacralidad de la tradición oral.Pág. recapitula y la comenta en el capítulo El Nitri.Pág..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. A saber.. Cuentan que el Eusebio Rioja. El Nitri tenía entonces ¡12 años!.133 . Sin embargo. aunque hasta ahora no hayamos encontrado ningún documento que lo atestigüe: no aparece en ninguna referencia de prensa. Mas he aquí como José Luis Navarro se hace eco de la entrega de la Llave de Oro. debió venir a El Chinitas alrededor de 1870. y quien llega a denunciar su homosexualidad: . 96). como dice Fernando el de Triana. se han dado las más dispares versiones sobre este hecho.. en ningún cartel anunciador.133 No sería tan a finales del XIX. Muchos de los que afirman esto no dudan en añadir a renglón seguido que el Nitri siempre se negó a cantar delante de Silverio. á pesar de todas las apariencias (pág. quien pudo haberlo conocido personalmente..

.134 . como señalan algunos. Sánchez Mira y Pérez de Guzmán (vol... añaden que la llave fue costeada por un gitano rico de Málaga al que llamaban el Planeta. Aunque. en otros casos.134 jurado estuvo formado por el general Sánchez Mira y por don Manuel Pérez de Guzmán. En nuestra opinión. 95-96). en la tendencia. lo que nos inclina a creer la versión de que esta primera Llave de Oro fue sólo un homenaje privado. Y también advertimos.Pág. no sin antes advertir que no era éste el Café Sin Techo de la calle Siete Revueltas. el motivo último de convertir lo que no habría pasado de ser un hecho anecdótico en la leyenda fundacional del cante radica.Pág. que por más indagaciones que hemos hecho en la prensa malagueña de la época. pensamos que este episodio ha sido utilizado intencionadamente para encumbrar a Tomás el Nitri a una posición mítica que la realidad histórica no justificaría. dejamos las cosas como están. Pues de acuerdo con José Luis Navarro. no nos ha aparecido aún la entrega de la Llave de Oro a Tomás el Nitri.. Bien. Y para mayor detalle. la Llave de el Nitri no dejaría de ser un homenaje que le brindarían en un arrebato espontáneo de admiración unos aficionados malagueños. entre los que tal vez se encontrasen. Muy probablemente. acaso inadvertida.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. de interpretar dicho acontecimiento desde la óptica actual y pensar que en ese momento aquella llave tendría la misma significación y prestigio que un siglo después alcanzó cuando le fue entregada a Antonio Mairena. a nuestro entender. si es que existió allí alguna vez algún Café Sin Techo. pp. que le brindaron a El Nitri sus amigos malagueños. II. Eusebio Rioja. Alguno ha llegado a preguntarse si no se trataría del famoso Planeta que con tanto pormenor nos dejó retratado Serafín Estébanez Calderón.

Acerca de él. Eusebio Rioja. 675). Estas noches teatrales.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. al suprimirse esta parte del establecimiento. y comerciantes. En este café se dieron al público las primeras sesiones de cinematografía (pág. los que. carpinteros. según anunciaban.. “Instantáneas malagueñas”. Según dice Francisco Bejarano. cerrajeros. artesanos de otros oficios. 342). quedaron fijados en la planta baja. luego. maestros de obra. el Café del Siglo se instaló en la calle de Granada. don José Ruiz Vega. Fué primer Presidente del nombrado Círculo. 351).. que era el punto de reunión de muchos carteros. concluían con un fin de fiesta muy animado (pág. en la esquina de la Plaza del Siglo.. y parece ser. no fue propiamente café cantante ni tuvo la 132 El paréntesis es nuestro. de José María Padrón Ruiz (pág. 331) y 1882 (pág. socio de la sombrerería de Ruiz Hermanos. Así aparece en las guías de Nicolás Muñoz Cerisola. 501). escribiría Enrique del Pino.135 .Pág.. en Historia del Teatro en Málaga durante el siglo XIX: En el verano de 1899 (el 5 de junio)132 presentaba a algunos componentes de la compañía cómico-lírica de Antonio Portillo con “¡Quién fuera libre!”.Pág. y en la guía titulada Málaga en nuestros días. Como apunta Paco Percheles en Cafés de Málaga: Aunque en él actuara algún tiempo un “cantaor” apodado “El Canario Chico” y un conjunto coreográfico que llamaban “Las Africanas”. también por aficionados de la ciudad. una especie de revistilla que solía tener mucho éxito. impresores. también. Este café tenía magníficos billares en el entresuelo. en Las calles de Málaga: En él se reunían. por haberse instalado en él el “Círculo Comercial e Industrial”. El último que ejerció dicho cargo fue el abogado don Alejandro Conde Villegas. principalmente.135 EL CAFÉ DEL SIGLO De igual manera que el anterior. para 1881 (pág.

139-140 Eusebio Rioja. 96). Manuel Reina.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. A sensu contrario.136 .Pág. quien adoptó dicho nombre artístico por emular en el cante a su antecesor Juan de los Reyes Osuna: El Canario. I.Pág. vol. sobrenombre del cantaor y guitarrista nacido en la provincia de Sevilla. 133 Véase: Diccionario Enciclopédico Ilustrado del Flamenco. El Canario Chico obtuvo notables éxitos con su cante y su guitarra. y por similares causas. éxitos de los que disfrutaría poco. al fallecer asesinado por un disparo cuando contaba poco más de treinta años.. como El Canario Chico.. Una muerte también parecida a la de El Canario133. queda claro que en los salones de dicho café actuaron figuras del Arte Flamenco. pp.136 importancia en otro sentido como “La Loba” o el “Café de Campos” (pág... en las circunstancias que hemos apuntado. nacido en Álora (Málaga) en 1850 y muerto en Sevilla en 1885.

Eusebio Rioja. no a éste de Málaga. así como los conciertos que ofrecía todas las noches de ocho a doce. que dice: Vámonos.. al Café de la Unión. por los más respetados artistas. avisaremos que la célebre letra que tanto se canta por Caracoles. según El Avisador Malagueño del día 22 de marzo del referido año. En 1878... así como otro café que encontramos en la Guía de Málaga de N.137 . se refiere a otro Café de la Unión existente en Madrid.Pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Tampoco nos consta que programase espectáculos flamencos. el Café de la Unión o Café de Crespo. Para lectores poco enterados de la historia del Arte Flamenco. a saber. asentado en esta calle en 1838. y que refiere la Guía de forasteros en Málaga de aquel año. en la Plaza de San Francisco.. como expresa la Guía del forastero. El Tato y Juan León.137 EL CAFÉ DE LA UNIÓN Igualmente situado en la calle de Granada. se titula como Liceo y a partir de 1888. Lo más seguro es que mudara de ubicación por cualquier causa. Muñoz Cerisola de 1894. Nos consta que en 1854 se encontraba en el número 54 de dicha calle. bien pudiera ser el de Antonio Cerbán.Pág. su nuevo propietario anuncia a la prensa las excelencias de las reformas introducidas en el servicio del establecimiento. donde paran Curro Cúchares. vámonos. Con el nombre de Café de Crespo nos aparece en esta época. pero puede sospecharse por lo apuntado.

demolido hacia 1870. Moñiz. Méndez Núñez y Echegaray. el del “Siglo”. Como veremos. la calle de Granada fue un importante salón ciudadano que compartió con la Nueva la supremacía urbana de las vías de Málaga hasta la apertura de la del Marqués de Larios. el “Universal” y el “Inglés”. ya desaparecidos. y después los célebres Almacenes El Águila. Sabemos la fecha exacta de la inauguración del Café Universal. admirable y conocida institución mercantil dedicada a la crianza de maniquíes. el “Café del Correo”. cuyo inmueble se edificó en parte del venerable solar del Convento de San Bernardo. Hoy existe allí una sucursal bancaria. que determinó la apertura de las dos calles laterales de Méndez Núñez y Niño de Guevara.Pág. lo mismo que la Plaza. y posteriormente. Pero leamos las líneas que dedica Paco Percheles a describir su interior: Tenía este café dos amplios salones. que es el más antiguo del que tenemos referencias. que tuvo una vida efímera.138 EL CAFÉ UNIVERSAL Su enclave fue igualmente privilegiado: una de las esquinas de la irregular encrucijada que forman las calles de Granada. establecimiento que introdujo en Málaga el sistema de galería comercial. Según escribe Paco Percheles en Cafés de Málaga.Pág.. donde se abría el principal ingreso del local... 12 del apéndice). La apertura se produjo el día 29 de mayo de 1872.. En ésta. que subsisten. fue. uno de ellos daba a la calle de Granada. Eusebio Rioja. por una nota manuscrita de don Narciso Díaz de Escobar. existente en su archivo (caja 250-4. El antiguo “Café Universal” estuvo instalado en la casa que ocupan hay los Almacenes del Aguila. En la Guía de Málaga y su Provincia para 1878.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. se anuncia como café-restaurant (pág. el lugar preferido para la instalación de cafés. En ella existió a mediados del pasado siglo134.138 . junto al portal de 134 Se refiere al siglo XIX. y los modernos del “Senado” y de “Madrid”. tras su cierre se instaló en el local una imprenta. de Lorenzo L. y el otro a la calle de Méndez Núñez.1). aparte del “Café París”.

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 139

la casa, existía una puerta accesoria, como asímismo otra por la parte del Cañuelo de San Bernardo o calle actual de Niño de Guevara, pues el establecimiento ocupaba hasta lo que es hoy tienda de Polonio. El café se hallaba instalado con cierto lujo y decorado con pinturas, de las que creemos se conservan aún las del techo en el local actual del Aguila. El salón correspondiente a la calle de Granada era el más principal y el más concurrido y alegre, mientras que el que daba vista a la calle Méndez Núñez era de ambiente más recogido y tranquilo; y hasta hay quien dice que le llamaban la “Alameda de los Tristes”, porque solían tomar asiento en él personas que guardaban luto, o aquellas que no gustaban del bullicio de la otra parte del café. Por el mal nombre de Alameda de los Tristes, se llama popularmente a la Alameda de Colón. El remoquete, cargado de sagaz ironía, debió su origen al aspecto serio, taciturno y casi fúnebre a causa de su habitual indumentaria negra, de los funcionarios que la transitaban, por existir en ella numerosas sedes de organismo oficiales. Hasta no hace demasiados años, hemos conocido allí un cuartel de la Policía Armada –como se llamó antaño la Policía Nacional-, hoy desaparecido, y la sede del Sindicato franquista, hoy ocupada por las dependencias de un juzgado. Veamos como don Francisco narra el ambiente del Universal: La parroquia habitual estaba integrada, en su mayoría, por elementos oficiales. Veíanse allí a los señores magistrados de la Audiencia, jueces y secretarios de juzgados y respetables miembros de los ilustres Colegios de Abogados y Procuradores, con su cohorte de curiales menores. A uno de los grupos o peñas que este sector de la parroquia constituía, quizás el más distinguido, le designaban algunos bromistas con el remoquete de “la murga” porque vestían con levita o “chaqué” y sombrero de copa. Aquel era también el centro donde acudía la oficialidad de la guarnición, como asimismo los políticos, concejales diputados y demás padres o padrastros de la Patria, no faltando tampoco los empleados de Hacienda, y algunos otros centros burocráticos, tanto del Gobierno como de los organismos provinciales y locales. Entre este elemento descollaba por su popularidad y personales condiciones un alto oficial del Excmo. Ayuntamiento, cuya fama de verdadero lince
Eusebio Rioja.- Pág.- 139

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 140

administrativo ha llegado hasta nosotros y al que, quizás exageradamente, se le atribuían unos poderes casi taumatúrgicos en todo lo relacionado con la Ley de Reclutamiento, por lo que venía a ser algo así como el recurso supremo en cuanto a excepciones de quintos se refería. Y pasemos ahora al lugar de las tertulias, lugar más agradable e interesante para nuestros propósitos: Había también algunas tertulias de pintores, literatos y otros artistas, que eran más asíduos concurrentes al Liceo; y como público accidental, alegre y pasajero, los cómicos de cuantas compañías teatrales desfilaban por Málaga. Allí se veían algunas veces a los célebres Calvo y Vico y al famoso Albarrán, presidiendo la reunión de sus amigos y admiradores locales, mientras los elementos de sus compañías ponían en el ambiente esa nota alegre, simpática y algo alocada, característica de los comediantes, llenado el local con sus charlas. Como ilustración a este capítulo, aparece en el libro el facsímil de un anuncio en la prensa del mismo café, pero no se cita fuente ni fecha. El anuncio dice:

CAFE-RESTAURANT UNIVERSAL CALLE DE GRANADA Con entradas por el Cañuelo de San Bernardo, núm. 1 y por la de Méndez Núñez, nº 3.- Málaga. Se sirven almuerzos comidas y cenas al precio de lista y convencional; así mismo se confeccionan los helados propios de estos establecimientos y los que deseen los señores que nos honren con pedidos para sus casas. El café y bebidas tanto del reino como del estrangero son de lo más superior que se expende en esta clase de establecimientos.

Eusebio Rioja.- Pág.- 140

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 141

Y en Las calles de Málaga, abunda don Francisco sobre las actividades de las tertulias artísticas y literarias que se instalaron en el café: En este Café, y en una tertulia de literatos y artistas que en él se reunía, nació el “Semanario satírico, burlesco, humorístico, bailable y de intereses particulares” que se intituló “Los Apóstoles”, que vió la luz de enero a mayo de 1893 y cuyos quince números redactaron, bajo la dirección literaria de Alfonso Tobar, poeta de cantares preciosos, los escritores y aficionados –de todo hubo, si no en la viña, en la compañía del Señor- don José Díaz Martín, Arturo Reyes, Narciso Díaz de Escovar, Félix Limendoux, don Federico Moja y Bolívar, Antonio Rodríguez Lázaro, José Postigo Acejo, Miguel Lebrón, Antonio Navarro y Trujillo, Miguel Salcedo y E. Morales Ecija. En “Los Apóstoles” colaboraron, además Nicolás Muñoz Cerisola, Enrique Rivas Casalá, Pepe Martín Velandía, Vicente Luque Gutiérrez, Emilio de la Cerda Gariot y otros escritores de entonces, y las escritoras Edelmira Guerrero, Consuelo Salcedo, Joaquina Payans y Rafaela Barés. El periódico que se editaba en la imprenta del antiguo “Diario de Málaga”, constaba de diez Páginas, cuatro de ellas con dibujos y caricaturas. Sensacional la relación de intelectuales malagueños que hace don Francisco. Relación que si completamos con la que ofrece Narciso Díaz de Escovar, en Antiguallas Malagueñas. Los antiguos cafés (apéndice número 43), y la que presenta Joaquín Díaz Serrano (apéndice número 42), obtendremos un magnífico inventario de los artistas malagueños de los finales del siglo XIX. De ellos, nos interesa particularmente Joaquina Payans. Gonzalo Rojo dice en Cantaores malagueños (pág. 331), que nació de distinguida familia en Málaga y que la tradición oral la recuerda como una excelente cantaora de malagueñas, tangos y soleares, y muy célebre por su versión del cante de los jabegotes. Aunque no nos consta que fuese nunca profesional del Arte Flamenco, vemos como Salvador Rueda la elogia en un soneto que le dedicó y que apuntamos en el apéndice número 28. En el museo de la Peña Juan Breva,
Eusebio Rioja.- Pág.- 141

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 142

se conserva un precioso y coqueto libro de firmas que le perteneció. En él se dice haber traído de Cuba y a finales del XIX, una serie de cilindros de cera con cantes. Estas grabaciones fueron reproducidas en una audición celebrada en 1986, en la Academia de Santa Cecilia de Cádiz, según refiere Gonzalo Rojo. Joaquina Payans fue retratada muy flamencamente vestida, contemplando una guitarra que sujeta con su mano izquierda, por el pintor José del Nido, cuadro también existente en el museo de la Peña Juan Breva. Los salones del Café Universal cobraban particular animación en época de carnavales. He aquí lo que escribe Paco Percheles al respecto, en Cafés de Málaga: En este café se celebraron buenos bailes de máscaras, pues ante la negativa de los propietarios del Teatro Cervantes de cederlo para aquellas fiestas, un grupo de jóvenes lo organizaron en el “Café Universal” en más de una ocasión, acudiendo a ellos un público escogido, ya que el derecho de admisión estaba reservado, desarrollándose aquellos festejos dentro de un ambiente familiar y agradable. De muy distinta manera pensaría el articulista que sin firmar, publicó en la Revista Literaria de 1889 –sin expresión de número ni de fecha concreta-, un artículo donde parece describir una repetida fiesta de Verdiales en el café. No nos extrañaría en absoluto que los montaraces Verdiales entraran en la ciudad justo en época de carnaval, siguiendo su particular ciclo festivo. Su espíritu burlón, además de otros, así lo justificaría135. Damos el citado artículo en el apéndice número 33. Y la costumbre de celebrar los carnavales en el Café Universal parece que cuajó. De hecho, en 1893 –cuatro años después del artículo mentado-, Los
135

Muy poco es lo que sabemos acerca de la historia de los Verdiales. Algo más en cambio, sobre sus aspectos antropológicos. Estos son los estudios específicos que hemos hallado sobre ellos: • • • • • • RIOJA, E., La magia de la fiesta de Verdiales. MARTÍN RUIZ, A., Raíces y costumbres verdialeras. ROMERO ESTEO, M., Historia y musicología de los Verdiales. MANDLY, A., “Echar un revezo”. Cultura: razón común en Andalucía. BERLANGA, M. A., Bailes de candil andaluces y “fiesta” de Verdiales. Otra visión de los fandangos. ROMERO ESTEO, M., Los Verdiales: Raíces del folklore andaluz.

Eusebio Rioja.- Pág.- 142

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 143

Apóstoles daba a la luz en su número 10, del dos de abril, un irónico e intencionado anuncio que figura en nuestro apéndice número 35. Por fin, en los últimos decenios de la centuria decimonónica, se instalaría el Arte Flamenco en los salones del Café Universal. Leamos como lo narra Paco Percheles en la misma obra: Pero durante la etapa de flamenquismo que invadió Málaga a fines del siglo pasado y primeros lustros del actual (XIX y XX)136, vióse también este establecimiento influenciado por el ambiente dominante, iniciándose entonces su decadencia, abandonándolo gran parte de su público habitual. Por este tiempo emplazóse en el centro del café un “tablao” y se contrataron las comparsas carnavalescas, entre ellas las famosas “Viejas y Ricas” a imitación de Cádiz. Una titulada “Los Bandidos” y otra de “Los Marineros” alcanzaron en gran medida el favor del público, al que divertían con sus coplas alusivas e intencionadas sobre motivos de la actualidad de entonces. De una de ellas son los versillos que copiamos a continuación, en los que se censuraban las labores que por aquellos tiempos vendía la Tabacalera: “Los dramas de Echegaray se venden en los estancos, anoche compré una “concha” que era la muerte en los labios”. O estos otros: “A un militar retirado que fuma hierba picada le ha salido un sarampión en el puño de la espada”. Algunas otras coplas relativas a don Antonio Cánovas del Castillo, en las que se aludía de una manera irrespetuosa y de mal gusto a los modestos comienzos del que fue ilustre hombre público, determinaron en cierta ocasión la suspensión del espectáculo y, después de una rápida decadencia, terminó por cerrarse cuando ya sus antiguos concurrentes se habían ído trasladando al café abierto en la esquina de calle Sánchez Pastor.
136

El paréntesis es nuestro.
Eusebio Rioja.- Pág.- 143

144 Después de cerrarse. Eusebio Rioja... Y con posterioridad.Pág.144 .Pág.. los Almacenes El Águila.. según hemos apuntado. se instalaría en la sede del Café Universal la imprenta y litografía de Ramón Párraga.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.

47. debía ser un antiguo empresario dedicado a los servicios hosteleros.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. dándose a veces conciertos por la banda de la Milicia Nacional o por la del Regimiento de guarnición en la plaza. la buena calidad de los productos que allí se servían y su emplazamiento en la zona de negocios antes señalada.Pág. Tenía el Café un salón principal en el bajo. calle Torregorda.. Pero parece ser que el enclave de más larga estabilidad fue el de la calle de la Compañía de Jesús. con tres distintos domicilios: calle de la Compañía. aparece como propietario de un café en la Cortina del Muelle. Y domiciliado en Puerta Nueva. 168). La amplitud del local. He aquí lo que dice Paco Percheles en su libro mentado: Estaba dicho Café a la izquierda conforme se va hacia Puerta Nueva. Lo más seguro es que los otros dos cafés no fuesen cantantes. 312) y de 1866 (pág. Eusebio Rioja. Por la noche.. núm.. nº 47. además del sector pueblerino y rural. y poco antes de llegar a ella. con otros comerciantes. 331). 37. José Crovetto. en un gran edificio con una buena puerta de pétreas jambas y que hoy está ocupado por una tienda de mercería.Pág. su propietario. destacaban.145 . aunque su existencia era anterior. determinaba gran afluencia de público en el que. encontramos al Café Suizo en la guía de 1881 (pág. En Cafés de Málaga aparecen las reproducciones facsímiles de tres anuncios de prensa. solía acudir también a este Café la gente acomodada del próximo barrio de la Trinidad. Este es uno de los anuncios de prensa que referíamos antes: CAFE SUIZO Calle de la Compañía. como vamos a comprobar. 93-94). sobre todo en los días festivos.145 EL CAFÉ SUIZO O TEATRO DEL RECREO También debió poseer varios emplazamientos. nº 44. Por él desfilaron muchos artistas ya mencionados al tratar de otros establecimientos similares (pp.. nº 7 y Plaza de la Constitución. En la guía de 1861 (pág. hallándose el entresuelo destinado a mesas de billar y de dominó. los tratantes en aceites y los carniceros.

. quien ha introducido mejoras de consideración en el local. y tanto el café como los licores. acusamos las siguientes publicaciones al respecto: Eusebio Rioja.146 . celebrado en Córdoba. 508). Se sirven desayunos y se preparan cenas á satisfación de los consumidores. y facilita los nombres de varias actrices locales que se presentaron en su teatrito y después triunfaron en el proscenio español (apéndice número 44). Antonio Crovetto. donde se ejecutan diariamente escogidas piezas líricas y dramáticas por compañías de actores escogidos. en Historia del Teatro en Málaga durante el siglo XIX. helados y demás bebidas de lo más esquisito. Narciso Díaz de Escovar quien lo calificaría en su borrador como de los más selectos. El servicio es esmerado. 94). Julián Gabino Arcas Lacal había nacido en María (Almería) el 25 de octubre de 1832137. debido al éxito que obtuvo. A partir de entonces.. mereciendo el aplauso del numeroso público que todas las noches afluye a este local (pág. en 1988. Desde muy niño. además. En 1870 ocurre en él un hecho insólito: se contrata al concertista de guitarra Julián Arcas para dar una serie de cuatro conciertos. Cuenta con dos magníficas mesas de villar (sic). aprendió a tocar la guitarra con su 137 Desde hace algunos años. bailes de máscaras (pág. Enrique del Pino.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. menciona algunos sucedidos que ocurrieron allí.. da la noticia del uno de octubre de 1868.146 (cerca de la Plaza de la Constitución) Este notable y acreditado Establecimiento es dirigido por su propietario D.Pág. cuando se estrenó en este café una obrita de Antonio Luis Carrión titulada La redención de España. y que desde 1860 se venían ofreciendo. Es cierto que la voz de alarma la dimos nosotros al denunciar su importancia en la ponencia La guitarra en los primeros tiempos del Flamenco (II) que defendimos con Ángel Luis Cañete. viene registrándose en el mundo guitarrístico un creciente interés acerca de la figura de Julián Arcas. En los salones espaciosos de este hermoso local hay establecido un bonito Teatro.Pág.. provisto de cuanto el lujo y la comodidad exigen. serie que se ve obligado a ampliar a siete. en el XVI Congreso Nacional de Actividades Flamencas.

J.. Antonio de Torres. Julián Arcas: figura clave en la historia de la guitarra española... se presenta como concertista en Málaga y obtiene un apoteósico éxito. El guitarristas Julián Arcas. E.. y Rioja. E. Julián Arcas: un genio de la guitarra aún desconocido. L. L. Italia. J. Julián Gavino de Arcas Lacal. buen aficionado quien lo instruyó en los primeros toques. y HARRIS WINSPEAR. Allí conocería al entonces novel guitarrero Antonio de Torres. ROMANILLOS. Productora Andaluza de Programas editó el estuche Julián Arcas.. J..Pág.. El guitarrista Julián Arcas (1832-1882). J. de quien ya hemos escrito. Julián Arcas.Pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.... interpretadas por la concertista María Esther Guzmán. en: Historia del Flamenco. ROMANILLOS VEGA. realizaciones y secuelas. RIOJA.147 padre. comienza una meteórica carrera artística. fue Sevilla. fue Madrid. M. Arcas y su obra para guitarra. Sus relaciones con Málaga. J. Fantasía El Paño. Una biografía documental. RODRÍGUEZ. que contiene un disco compacto con grabaciones de nueve obras de Julián Arcas. como Portugal. RIOJA. a quien empujaría para que se dedicase en exclusiva a la construcción de guitarras y con quien traba profunda amistad. y un libreto sobre la vida y la obra del autor. lo trae a Málaga donde estudia con José Asencio. SUÁREZ-PAJARES. Numerosos conciertos interpretaría en las veladas de Palacio. cosechando siempre rotundos triunfos. recorriendo incesantemente toda la geografía española y algunos países extranjeros. compositor y maestro de guitarra. concertista internacional. E. • • • • • • • • • RIOJA. e investido Caballero de la Real Orden de Carlos III. Francia e Inglaterra. His life and work. Eusebio Rioja. RIOJA.. También en 1992.. véanse: ROMANILLOS. RIOJA. Al pasar los años. L. J. ROMANILLOS. Debido a los progresos que experimentaba en sus estudios. En torno a Torres. A los 16 años. SUÁREZ-PAJARES. F.. Julián Arcas Lacal (1832-1882). 138 Sobre la vida y la obra de Antonio de Torres... J. debido tanto a la calidad tanto sonora como ebanística que imprimió a sus instrumentos138. E.147 • • • • . E. The vihuela de mano and the spanish guitar. su vida y obra. Una de las ciudades que frecuentó a menudo. erigiéndose en el guitarrista favorito de la reina Isabel II. HERRERA. Fue Maestro Honorario del Conservatorio madrileño... Desde entonces. Guitarrero. Julián Arcas o los albores de la guitarra flamenca. Antonio de Torres. Otra ciudad que visitaría frecuentemente y donde residiría largas temporadas. E. Antecedentes. escrito por Eusebio Rioja. L. Guitar maker. Antonio de Torres se convertiría en el guitarrero más legendario de la historia. M.

como profesor y como compositor.. Esto es. regresa a los escenarios en 1876. una Rondeña y unos Panaderos. que no llegaron a aflamencarse: unas Boleras.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Sus valores se volcaron hacia tres aspectos: como concertista. Son los guitarristas que llamamos eclécticos. Arcas ha pasado a la historia de la guitarra como el máximo exponente de los introductores del Romanticismo en la música guitarrística. donde falleció el 16-II-1882. publicado en 1912. y SUÁREZ-PAJARES. así como otras tres del folclore andaluz. y que poseemos en nuestro archivo139. Francisco Tárrega sería considerado uno de los concertistas más importantes de la historia. un Bolero y un Punto de La Habana...Pág. entre ellas. que se ofreció a darle clases. enferma en Antequera (Málaga). que participaron del movimiento artístico romántico. compuestas por dichos guitarristas. cuando escribe: 139 Véase: RIOJA. Una de sus características era componer y tocar obras elaboradas sobre temas folclóricos. A 52 obras se eleva el catálogo actual de las obras compuestas por Arcas. E. Arcas aprendía toques de guitarristas flamencos. J. desde los orígenes hasta Rafael Marín.Pág. Y entre ellos.148 En una de sus visitas a Castellón. los flamencos. Julián Arcas fue sin duda el guitarrista más importante de su tiempo. Varias fueron las generaciones de guitarristas de la segunda mitad del XIX. tornando a su errante vida de continuas giras artísticas. Recordemos el párrafo del maestro de baile José Otero. le presentaron al niño Francisco Tárrega. Eusebio Rioja. Suficiente producción y en tal época. Al tiempo. Con Arcas. Numerosas son las obras populares andaluzas y flamencas que hemos encontrado. Tras retirarse a Almería en 1872 y establecer un almacén de petróleos. a caballo entre la música clásica y la popular. como para que el Arte Flamenco no se hubiese olvidado de él. En el transcurso de una de ellas. se manifiesta además un interesantísimo camino de ida y vuelta en su música.. De este camino de ida y vuelta nos alertaría el maestro Otero en Tratado de bailes. aventajado estudiante de guitarra. La guitarra flamenca de concierto. donde destaca la popularidad de sus Soleares. obras de temas populares. pero perfeccionadas académica y técnicamente.148 . cuatro flamencas para guitarra de concierto: dos Soleares. Arcas vio en Tárrega tan positivas facultades. siendo adaptadas éstas para piano y siendo coreografiadas por la baoilaora malagueña Trinidad Huertas: La Cuenca. pero después eran los tocaores quienes aprendían y tocaban las obras de Arcas..

149 . por la cantidad de amigos y admiradores que aquí tenía. reaparece en Málaga. Arcas.Pág. y casi todos los toques llevan el sello de Arcas (pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. que empezarán hoy domingo a las ocho de la noche. siguiéndose los demás en los días que se anunciarán anticipadamente. como a continuación se espresa: Eusebio Rioja.. Páginas después continúa el mismo medio: Don Julián Arcas profesor de guitarra de paso en esta ciudad. cuando ejecutan alguna composición en la guitarra. 153). Los programas de los conciertos serán variados.. y el orden de los dos primeros correspondientes a el 17 y 18 de Abril. en la guitarra flamenca de concierto. para que los escuchen. Así es anunciado por El Avisador Malagueño del 17 de abril de 1870: Se nos dice que el conocido guitarrista Don Julián Arcas tiene decidido dar una serie de conciertos en el teatro del Café Suizo. Como decíamos. Hemos tenido el gusto de oír sus arreglos y composiciones recientes que son dignas de la justa nombradía de que goza este artista. demasiado endeble es la memoria del Arte Flamenco para haber olvidado la importancia de Julián Arcas. tomará parte alternativamente un aficionado ejecutando piezas escogidas al piano. y donde siempre era calurosamente recibido. En abril de 1870. ciudad que frecuentaba artística y personalmente. javeras ó granadinas” de Arcas.149 Este guitarrista célebre ha sido quizás en su época el mejor. y en los que por deferencia a tan distinguido artista.Pág. tiene la satisfacción de anunciar a su respetable e ilustrado público una serie de brillantes y amenos conciertos que darán principio el Domingo de Pascua. “Malagueñas.. dicen: “seguidillas gitanas” de Arcas. siendo más de estimar al ejecutarse en el árido y difícil instrumento que tan bien maneja el Sr. pues los tocadores actuales. Mas veamos qué ocurrió en el Café Suizo con sus recitales.

.Marcha fúnebre del célebre Thalberg.150 ..Gran sinfonía de Semiramide.Tango burlesco. por el referido profesor. El martes 19.. imitando varios instrumentos.Pág. La Rondeña... señor general Don Narciso de Ameller.. Arcas numerosos y nutridos aplausos en la ejecución de la "Batalla".. arrancando el Sr. 2º. dedicada al Excmo. General Don Narciso Atmeller. arreglo del Sr. 2º. Segunda parte 1º.150 PRIMER CONCIERTO Parte primera 1º..Fantasía sobre motivos de "Marina" del mismo. La jota aragonesa. Una numerosa concurrencia llenaba los salones de dicho café... por el Eusebio Rioja.Grandes variaciones sobre un tema del "Pirata".El célebre Wals del beso.Pág. SEGUNDO CONCIERTO Parte primera 1º.Batalla dedicada al Excmo.. Sr.Fantasía sobre motivos de "Traviata".Cuarteto y motivos de la ópera "Rigoletto". 3º. 2º. el periódico destaca así la crítica de la primera actuación de Arcas: El domingo por la noche tuvo lugar en el Café Suizo el primer concierto de los que dará en esta ciudad el profesor de guitarra Don Julián Arcas.. 3º y último.El lindo motivo andaluz. Arcas.Bolero de "Los diamantes de la corona". Los Panaderos..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.Miserere de la ópera "Il Trovattore". 2º. 4º.... 3º y último. Segunda parte 1º. y además ejecutará una de ellas con sólo la mano izquierda. 4º. arreglo del Sr. Arcas. 3º.

Variaciones sobre un tema tirolés.Capricho polka. el cual demostró de nuevo sus conocimientos en el difícil instrumento a que se ha dedicado.. debiendo tener lugar esta noche. 2º. Por indisposición de dicho artista se suspendió el segundo concierto que tenía anunciado para la noche del Lunes.. que en la noche del domingo demostró de nuevo cuán merecida es la reputación de que goza....Escena y aria final de Lucía.Pág. por el profesor de guitarra Don Julián Arcas.La Jota Aragonesa.151 ..Gran sinfonía de NORMA. Y prosigue con este nuevo anuncio: Eusebio Rioja.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.151 referido profesor.. El jueves 21.. se apunta la crítica correspondiente que expresa el mismo contenido laudatorio que la anterior. Al día siguiente. Y efectivamente. Segunda parte 1º. El número del domingo 24. aparece este nuevo anuncio: TEATRO DEL RECREO Café Suizo Tercer concierto para hoy 22 de Abril. dice: Anoche tuvo lugar en el Teatro del Recreo el tercer concierto dado por el profesor de guitarra Don Julián de Arcas. errando la fecha.. La Gallegada. 4º. 3º y último.. Parte primera 1º. como se dice en el anuncio que insertamos en su lugar respectivo.Pág.Tanda de walses. 2º. en su lugar respectivo ofrece el anuncio del segundo recital que promete el programa que fue suspendido. 3º.

3º. 2º. 4º. 17 de abril.Gran sinfonía de SEMIRAMIDE.. es decir.El Carnaval de Venecia.. 3º y último.152 TEATRO DEL RECREO Café Suizo Cuarto y último concierto para hoy 24 de Abril. sólo conocemos lo referido por las críticas periodísticas Eusebio Rioja. El día siguiente hallamos esta nueva noticia en El Avisador Malagueño: Teatro del Recreo.Pág. 2º. tocando a dos guitarras una preciosa melodía alemana.La Soleá y motivos andaluces.Reverie. Sentimos que la estancia del Sr. Nos alegramos de ver confirmada esta noticia..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Arcas por sus numerosos amigos para que continuase la serie de sus conciertos. Parte primera 1º. Segunda parte 1º... Pero hay más.. se publica este otro comentario con dejos de despedida: El conocido profesor de guitarra Don Julián de Arcas dió anteanoche su cuarto y último concierto en el teatro del Recreo. Se nos dice que instado el célebre guitarrista Sr. El martes 26. De José de Cobo. José de Cobo.Pág. dará el 5º el viernes 29 del actual.. Recordemos que Arcas se encontraba en Málaga desde algunas fechas anteriores al domingo de Pascua....152 . por el profesor de guitarra Don Julián Arcas.Recuerdo de Bellini y Donizetti (fantasía). en el que en obsequio a su ilustre maestro tomará parte D. Arcas en esta ciudad haya sido tan breve.. supieron a poco.Variaciones sobre el gracioso tema popular nombrado "Punto de la Habana". al menos diez días en los que había tocado cuatro conciertos que como se puede apreciar.Bolero de la ópera VISPERAS SICILIANAS.

Segunda parte GRAN DUO de guitarras sobre un tema alemán. que provocó que el público no fuera lo numeroso que se esperaba. Los intermedios serán amenizados con escogidas piezas ejecutadas al piano. Terminando con LA BATALLA DE ALCOLEA. por el mismo. Así se lamentó por el suceso.Pág. y que en 1854 era componente de La Juventud Gladiadora. sociedad dedicada a la organización de conciertos.153 apuntadas a continuación. por los señores Cobo y Arcas.Pág.. Terceto de la zarzuela UNA VIEJA. Arcas. ejecutando en la guitarra varias piezas de ópera140. 15-X-1854. Don José de Cobo. Mas la brillantez del concierto se vio ensombrecida por la lluvia. Arcas. LA JUANITA y la cencerrada de la zarzuela LLAMADA Y TROPA. Grandes variaciones dedicadas a Lord Robert Clinton.153 . el viernes 29 se confirma el concierto de Arcas prometido: TEATRO DEL RECREO Café Suizo Quinto concierto de guitarra por el profesor Don Julián Arcas.. donde actuó el 15 de octubre. por el Sr.. El Avisador Malagueño del uno de mayo: 140 El Avisador Malagueño. Y en efecto. tomará parte en una brillante fantasía a dos guitarras. Málaga. Arcas. Bolero de la zarzuela EL POSTILLON DE LA RIOJA y otros del Sr.. Eusebio Rioja. PROGRAMA Primera parte Fantasía de la ópera UN BALLO IN MASCHERA por el Sr. debido a su amabilidad que tanto le distingue y en obsequio a su ilustre maestro.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.

se publica el programa: TEATRO DEL RECREO Café Suizo Sexto y último concierto de guitarra por el profesor Don Julián Arcas. Lo lluvioso de la noche fue sin duda la causa de que no hubiera la concurrencia que en los anteriores. Arcas dará otro concierto en la noche de mañana. se nos dice que el Sr. Con el objeto de corresponder a los deseos de numerosas familias que por causa de la repetida lluvia del viernes no pudieron concurrir al último concierto de este singular artista y a instancia de sus muchos amigos el Sr...154 . por el mismo. Arcas.Marcha fúnebre del célebre Thalberg a petición de varios aficionados por el Sr. Don José de Cobo en obsequio a su eminente maestro y a ruego de varios aficionados ha tenido la bondad de ofrecerse a tocar en el preciosísimo y sorprendente dúo que en el anterior concierto fue la admiración del inteligente concurso. Eusebio Rioja.Pág.Pág. 3º.. PROGRAMA Primera parte 1º..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Los intermedios serán amenizados con escojidas piezas de música ejecutadas al piano.. si bien las personas que asistieron aplaudieron repetidas veces al artista. Y en otra sección del mismo ejemplar.Grandes variaciones sobre un tema del Pirata con imitaciones por el Sr. 2º.. A ruego de muchos de sus amigos. Arcas se despedirá de esta ilustre población con el concierto que tendrá lugar en la noche del lunes 2 de Mayo.154 CONCIERTO.Fantasía sobre motivos de la zarzuela Marina. Anteanoche dió en el teatro del "Recreo" su quinto concierto el profesor de guitarra Don Julián de Arcas.. Arcas.

discípulo del Sr. 2º.155 4º.. Arcas. 3º y último la célebre Jota aragonesa. Siguiendo la acostumbrada cadencia.Pág. Cobo.Tango burlesco por el mismo.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Ambos artistas fueron muy aplaudidos. Cobo y Arcas.. dos días después. en la sección de anuncios figura: Eusebio Rioja. en el que tomó parte el Sr. no finaliza su serie de intervenciones en Málaga. nos dicen que han conseguido de dicho señor decidirlo a dar otro concierto que se verificará esta noche en el Teatro del Recreo.. Las repetidas instancias hechas al Sr. Arcas y en obsequio de éste. Anteanoche tuvo lugar en el teatro del Recreo el último concierto del profesor de guitarra Don Julián Arcas. y entre ellas muchos abonados del Teatro. Celebramos que con este motivo tenga el público el gusto de oir una vez más las magníficas composiciones y arreglos de este eminente compositor.Sinfonía de Norma por el Sr. El Avisador Malagueño refiere el comentario del concierto: CONCIERTO. en particular en el "Gran Dúo" sobre un tema alemán. Una vez más. Arcas por numerosas personas entusiastas de su habilidad y maestría en la guitarra.155 .. Y como era de esperar. Sin embargo.. La concurrencia fue bastante numerosa en dicha noche en el teatro del Recreo... El Avisador Malagueño anuncia: OTRO CONCIERTO. cuyo programa insertamos en su lugar.Gran dúo de guitarras sobre un tema alemán por los Sres. Segunda parte 1º.Pág.

Mas la serie se amplía a siete actuaciones. Carnabal de Venecia. Cobo que también tomó parte en dicho concierto..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. Los intermedios serán amenizados con escogidas piezas de música egecutadas al piano. para hoy viernes 6. Arcas y su discípulo el Sr.. Varias piezas de sociedad. Público que llenaba los salones del Teatro del Recreo. Tengamos en cuenta que a lo largo de la estancia de Julián Arcas en Málaga..156 .156 TEATRO DEL RECREO Café Suizo Séptimo concierto. siendo muy aplaudido repetidas veces el Sr. Anteanoche tuvo lugar en el teatro del "Recreo" el concierto del profesor de guitarra Don Julián Arcas. PROGRAMA Primera parte Sinfonía sobre motivos de la ópera TRAVIATA. compuesta y egecutada por el Sr.Pág. Creemos que esta serie de acontecimientos merecen unas reflexiones. el domingo ocho de mayo. Por fín. y que aclamaba a Arcas en cada una de Eusebio Rioja. ante las repetidas demandas del público. toca un total de siete conciertos. por el profesor de guitarra Don Julián Arcas en el que toma parte por deferencias a su maestro. Don José de Cobo. cuando la primera programación era de cuatro. Cobo y Arcas. El Avisador Malagueño concluye sus referencias a la larga serie de conciertos con este comentario: CONCIERTO. que anunciamos oportunamente. Gran sinfonía de la ópera SEMIRAMIDE Terminando con la Batalla de Alcolea. ya supone una contratación muy extensa y apretada.Pág. Arcas. La concurrencia fue muy numerosa. Improvisación sobre motivos andaluces Segunda parte Sinfonía de la ópera NORMA a dos guitarras por los Sres. Y cuatro conciertos en el transcurso de seis días.

lo califica siempre como conocido y célebre guitarrista...Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. que sólo repitió -en ocasiones. Hasta ahora. José María Rubio y Guerrero diría en 1875. Habría que esperar a 1880 para acreditar que se interpretase Flamenco en su escenario. El repertorio ejecutado contó con un total de 50 interpretaciones. Abundando en ello. que merecía el prestigio que poseyó. colabora gentilmente con Arcas su discípulo José de Cobo.siete temas dos veces. Tangos. a petición de los aficionados. Como estamos comprobando. Soleá. 17 son composiciones propias. Además. Punto de La Habana. Sin duda. eminente compositor. figuran en 1870. las denominaciones de los temas más importantes y famosos: Panaderos. fue todo un acontecimiento guitarrístico el que protagonizó en el Café Suizo. La crítica se deshace en elogios hacia un Sr. su habilidad y maestría y sus magníficas composiciones y arreglos.. De los 35 títulos. sus conocimientos. Jota. ilustre maestro. con un repertorio que asombra por la extensión. Según estas consideraciones. profesor. en varias piezas a dos guitarras. que eran representadas en él diariamente escogidas piezas líricas y dramáticas por compañías de actores escogidos. su reputación. a quien le otorga el tratamiento de señor. Las actuaciones tenían siempre carácter de gran acontecimiento. amenizando un pianista los intermedios. y destaca su ejecución. el resto fueron transcripciones y arreglos de óperas y zarzuelas. no hemos encontrado ninguna noticia de su interpretación en este café-teatro. Es decir. en el Indicador y guía general de Málaga y su provincia. de 35 títulos distintos. quien Eusebio Rioja.. nos encontramos en esa fecha a un guitarrista de 37 años.Pág.157 . y cuatro temas tres veces.Pág. Indiscutiblemente y a pesar de su juventud. singular artista. En el inventario de sus producciones originales. en aquel tiempo debió ser muy escaso el Flamenco que se escuchara en el Suizo. Arcas. profesor del Conservatorio de Madrid y Caballero de la Real Orden de Carlos III.157 sus intervenciones. No cabe duda que Arcas gozaba de auténtica devoción por los aficionados a la guitarra de Málaga. Julián Arcas era un cualificadísimo guitarrista. Rondeña. Así como asombra igualmente la capacidad de Arcas de tenerlo en dedos. Este cambio se pudo deber al traspaso que se hizo del local a un industrial llamado Juan Corrales. Tanda de Valses. preparado para ejecutarlo en el transcurso de tan sólo 20 días. etc.

. El Niño de Archidona..158 instaló en la parte baja del Café un tablado por el que desfilaron los mejores artífices del cante y del baile flamenco. Sonaron varios disparos y se arremolinó la concurrencia. Eusebio Rioja. montesina. Décadas después. Paco Botas. Tomás Morilla.. Piquito de Oro y El Capuchinero.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. pero acertando a pasar por allí un sargento de la Guardia Civil intervino en la reyerta. Allí terminó. cuya curiosa y edificante historia está. año en que nació en Madrid el guitarrista Ramón Montoya. y para servir a ustedes soy de Graná. en su libro Juan Breva: vida y obra: En 1880. de los montes. según escribe Francisco Bejarano en Las calles de Málaga (pág. a la que Fernando el de Triana nos recuerda cantando en el Café de Chinitas la siguiente letra: Soy de la Peza. genial artista con el que le unió (a Juan Breva)141 gran amistad y con el que grabó su no muy extensa discografía. que del vino y la discusión pasaron a los hechos tirando de navajas y pistolas.Pág. tuvo en este café una de sus primeras y más grandes quiebras. Trabajaba también por aquellas fechas en el Café del Suizo. 141 El paréntesis es nuestro. Cierta noche se hallaban reunidos allí varios “guapos”.. 343). el baile de El Diestro (Cantaores malagueños. repartiendo tan certeros y potentes cintarazos que a cada uno de ellos caía en tierra un arrogante figurón. granaína.Pág.158 . cantaban en El Suizo. Con ellos. trabajaba el Breva en el malagueño Café Suizo con Africa la Peceña. El pintoresco fin de este café lo relató Paco Percheles en la obra referida. junto a Juan Breva y a Africa la Peceña. pág. 26-27). peceña. que era también conocido por Paco el Sevillano y Paco el Gandul (pp. con su omnipresente gracejo literario. Pero es Gonzalo Rojo quien fecharía la existencia del Arte Flamenco en el Suizo. en 1929. aún. 256). de esta manera: La majeza malagueña. por hacer. sable en mano.

159 . Eusebio Rioja.. la etapa de café cantante del Suizo (pp.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta..Pág. 256-257). Pues así acabó..159 con aquella gresca formidable.Pág..

nos consta su existencia desde 1878142.. Hasta en ciudades tan poco marineras como Granada y Madrid. el Café de la Marina de Málaga estuvo en la Acera de la Marina. duda sobre si esta presentación se produjo realmente con anterioridad a la que efectuara en el Café del 142 143 MOÑIZ. Pero creemos que no sería un café cantante al uso. serranas. Pero enseguida empezó a popularizarse la gitanilla artista. debutó a los doce años en el antiguo Café de la Marina...con abundancia de peinecillos y peines. aunque sepamos que tenía abiertas sus puertas con notable anterioridad. Sólo hemos encontrado una noticia sobre le programación de actividad flamenca en sus salones.160 EL CAFÉ DE LA MARINA Con el romántico nombre de Café de la Marina. y las empresas le pagaban lo que pedía. BOHÓRQUEZ CASADO. existieron varios establecimientos en España. Al principio sólo cantaba peteneras. por último. pág. donde fue consagrada como la mejor “cantaora” flamenca. Documentalmente. L. estilo que entonces estaba muy en boga.. por ejemplo. 52. Al poco tiempo se dedicó con ahínco a cantar soleares. Y es en un cancionero publicado en los años veinte del pasado siglo. con obligación de cantar cuantas veces fuera necesario. que éste es el nombre propio de la famosa “cantaora”.Pág. Manuel Bohórquez. la llevaron a Madrid. hoy Plaza de la Marina. Guía de Málaga y su provincia para 1878. playeras y otros estilos clásicos. José Rosendo publica unas notas biográficas sobre Pastora Pavón: La Niña de los Peines: Pastora Pavón. 119.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Recorrió triunfalmente toda Andalucía y. En él.Pág. su pañolillo de talle y peinada –como auténtica gitana que era. Como hemos visto. L. nació en Sevilla. La Niña de los Peines en la Casa de los Pavón. biógrafo de Pastora. M. de Málaga..160 . De ahí el sobrenombre. con su típico traje de lunares con tres volantes. Protegida por el gran “cantaor” “El Pena” (padre). y fue uno de los más antiguos. El sueldo que la “empresa” le pagaba en este primer contrato eran ¡tres pesetas diarias!. Eusebio Rioja.. seguiriyas. pág. Este prestigio le proporcionó un magnífico contrato para impresionar discos en París y en Berlín143.

Sería desde antes de los felices años veinte. existen más errores en dicha entrevista.. La Niña de los Peines en la Casa de los Pavón. D. y a lo largo del transcurso de esta época. Puede que la memoria le fallase a Pastora. que cantó en el Café del Brillante allá por el año primero de este siglo144. observa Colombine: . Por otro lado. Y en efecto. la presentación en Málaga sería anterior: en 1902. su tío Antonio Diánez... Y ella puntualiza: ahora estamos disgustados y tengo mucha pena. son muchos los recuerdos existentes en el mundo cofrade malagueño. le cuenta que todos los años canto saetas en Málaga o en Sevilla. Pastora tenía suficientes motivos para silenciar aquella época. Eusebio Rioja. Habían pasado muchos años. por lo tanto. pág. 1890-1938.. 144 145 146 147 Ibidem. por lo tanto. años que no fueron tan felices para La Niña. aseguraría a Alejandro Pérez Lugín. Ibidem.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Pastora nació en 1890. en otra entrevista publicada en El Liberal.quien la presentó en El Brillante. de Madrid. en entrevista concedida el 19 de julio de 1934. y como vamos a ver.La encuentro siempre triste. M. que fue él –residente en Madrid y casado con una tía de Pastora. el tres de noviembre de 1911.161 . evocando las Saetas de La Niña de los Peines por los tiempos de La Belle Époque: La Virgen de la Esperanza llorando en su trono está hoy Málaga entera viene ante su trono a llorar146. BOHÓRQUEZ CASADO. Pero la semilla de la duda. CARRERA. durante la segunda década del siglo XX –no se ha concretado la fecha-. Durante la entrevista y a propósito.161 Brillante.Está siempre así. .. germina cuando ella misma declara al periodista Ernest Guasp. 34. en 1903145. el debut malagueño debió ser en 1902: tenía doce años. En otra entrevista realizada por Carmen de Burgos: Colombine. como vamos a ver. 69-153. Pero de lo que no cabe duda. es que la ciudad de Málaga significaría mucho en la vida artística y personal de Pastora.Pág. El Paso y la Esperanza. 39. En el diálogo. tercia una acompañante de Pastora: su novio es de Málaga. pp.. concluyendo la acompañante: es un señorito andaluz que quiere casarse con ella147. pág. pág. 47.Pág.

Eusebio Rioja. Su mirada y su actitud se han impregnado de toda la voluptuosidad de su alma. donde no les interesara empadronarse. ahora en convivencia con Eugenio Santa María. BOHÓRQUEZ CASADO. resulta muy significativo que habitase en la vivienda de La Trini. donde debieron conocerse en 1902. domicilio de Trinidad Navarro Carrillo: La Trini. y es posible que fuese un piso de tapadillo.162 . Mas sus estancias en Málaga. serían frecuentes y prolongadas.Pág. Comedias). La Niña de los Peines en la Casa de los Pavón. y no hemos encontrado avecindados en ellos a ninguno de los dos.162 150 .... la inmensa cantaora que fue Trinidad. En 1917. se encuentra Pastora empadronada en Málaga. Apenas lo he tomado. Por entonces. Es fácil deducir que su relación con Eugenio Santa María se encontraba ya fraguada. estaban disgustados. Pues el señorito en cuestión era Eugenio Santa María. en el número 12 de la calle Antonio Luis Carrión (actual. hipertrofiada por el cante.Por mor de éste –dice la anciana cogiendo un retrato de una gran caja en que revuelve para darme el de Pastora. Es posible que su residencia en esta calle transcurriera entre ambos años: 1924 y 1930. fueron compañeras artísticas a lo largo de abundante tiempo. M. llenándolo de besos. según cuenta Manuel Bohórquez: la Reina del cante flamenco pasaba siempre los veranos fuera de Sevilla. M. Y en 1926. principalmente en Málaga. en los padrones más próximos a 1926 (1924 y 1930). Mucho y bueno debió enseñarle durante aquellos años.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Pero como acabamos de leer. Sin duda. sus relaciones no fueron fáciles: cuando la entrevista Colombine.. pág. Chacón y Manuel Torre. pág. 24-25. 85. Apuntes y datos para las biografías de Rojo el Alpargatero. Y por supuesto. continuaba residiendo en Málaga.Pág. en la calle Sánchez Pastor. pp.. tras haber mantenido Pastora otra relación sentimental con el cantaor Manuel Escacena150. donde vivía el señorito por el que tanto sufría148.. cuando LA NIÑA DE LOS PEINES me lo arrebata y lo estrecha contra ella. Desconocemos hasta cuándo durarían los amores de Pastora con Eugenio 148 149 Ibidem. ella tenía mucha pena y besaba y estrechaba su retrato. Hemos repasado el vecindario de la calle Sánchez Pastor. La Trini. destacado hermano de la Archicofradía de la Esperanza y propietario del Café de la Marina. YERGA LANCHARRO. expresando que residía en Málaga desde hacía dos años149. 64.

. debieron terminar antes del 12 de enero de 1933. Sebastián Muñoz: El Pena. y que le llevó a residir de manera más o menos estable.Pág. cuando Pastora contrae matrimonio con Pepe Pinto. en Málaga. Eusebio Rioja. que marcó la juventud de Pastora. Pero indudablemente. Volveremos a encontrarnos con Pastora aquí en Málaga.Pág. aunque repetimos que no hemos encontrado otras noticias acerca de actividades flamencas en este café. no es nada difícil que cantase más de una vez en el Café de la Marina. fue protegida artísticamente por el cantaor de Álora. Debió ser una larga y borrascosa relación. Si a ello sumamos que en su infancia.163 Santa María.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta....163 . Y desde luego. concluimos que la vinculación de Pastora con Málaga fue determinante para su carrera y para su vida. A lo mejor fue la única.

164 OTROS CAFÉS Y ESTABLECIMIENTOS FLAMENCOS En Antiguallas Malagueñas.Pág. negro y esparpitao. con los embozos de terciopelo granate y morao. Dichos cafés son: el Café de Quintana. el de la Paz y el de los Tres Reyes..Pág.. en el local de la Taberna de los Tres Reyes y a la vera de los naipes. viejo. Aquellos que tantas ilusiones suscitan.. se cantase. ¡Qué salero tiene el gitano pajolero! ¿Trabajá? ¡Y pa qué trabajá. pero que no describe. colándose por puertas. pero de carácter ludópata. Muy posiblemente.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. la segura evocación a que nos mueve su nombre: los tres Reyes Magos del lejano Oriente. sin duda por ser más antiguos de los que él conoció. De ninguno de ellos hemos encontrado datos suficientes para historiarlos. según deducimos de la lectura completa de su borrador (véase apéndice número 44).164 . Los antiguos cafés. 7-15): En la taberna de “Los 3 Reyes” para un gitano grandón. Sólo hemos hallado rastro de uno de ellos: la Taberna de los Tres Reyes. cargaditos de juguetes. José Carlos de Luna asocia su denominación a los prosaicos y tahúres reyes de la baraja. Y nada más lejos de la realidad. primero del libro igualmente sustantivado (pp. ventanas y balcones.. Aquellos que durante la noche del cinco de enero. Un sustantivo muy adecuado para titular una taberna o un café cantante. los cuales también provocan indiscutibles ilusiones. que gasta sombrero lagartijero y capa de color atabacao. Narciso Díaz de Escovar mienta otros cafés que existieron en Málaga. recorren los hogares de los niños que han sido buenos y se han portado bien. Así lo relata José Carlos de Luna en el poema del mismo nombre de la Taberna. tocase y bailase Flamenco. si él vive con ná! Una tajá de bacalao guisao Eusebio Rioja.

Total: ¡Ná! Cuatro mijiyas y cuatro sorbos de mansaniya pasá.. ¡Qué salero tiene el gitano pajolero pa chamuyá de lo juncal! ¿Y pa apuntarse el cante sin jonjona? ¡Gloria pura! El lo jura “¡por la gloria de su hermana Ana!” Al calor del vino de oro el tesoro de la evocación: Los bailaores. y el son. -lagartos con chupay los lechuguinos que atisban con lupa al revuelo de las bailaoras. y las cantaoras.165 .165 al estilo de acá.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. ¡Sabe a canela el suspirito de una mosuela! Eusebio Rioja. y la rima grave del bordón.Pág..Pág. si caen bocas o cañaíyas. y los cantaores. cuatro deítos de morsilla. y el absurdo y sentido ademán -señor y gitanode mandar el cante con la mano. una gamba. pa cuando te lo tersies jagan palmas en la caye.. una aseituna aliñá. Te ví a mercar en la feria un pañolito de taye.... y las finas falsetas que teje y desteje la prima.

166 ¡Ay! Qué poquitos vamos quedando pa sacarle sabor. Eusebio Rioja. a las marismeñas “Javeras”..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.166 . y las dianas. a la liturgia de la “Zambra”. a las “Deblas”. y a los “Caracoles” de Paco “el Gandul”. ¡cómo se apunta por “Alegrías”! Hay que escucharla: A la rosa hay que cogerla en el rosal floresío. a las siete “Tonás”. y a las “Nanas” del “tío Costales”. al llenarla. Viene pelando el vientecillo de las salinas de San Fernando. Que las que están en el suelo ¡por algo se habrán caío! Eres regüena. Ana María! Mira. La luz del día pintó de plata la serranía..Pág.. a las “Alboreás”..Pág. y a los “Machos” de Pedro Lacambra. Cortan el aire las golondrinas y las campanas. a los picaditos de los “Verdiales”. ¡Dame otra caña. ¡y a las “Carceleras”! “De Cadis al Puerto han jecho carrí los pinreles de Anica “la er Mico” de dir y vení”.. canturreando.. Y a los “Cambios” de Curro “la Luz”. a las “Roas”. Ya son las cinco de la mañana. al “cante corto” y bonito de Romero “el Tito”. eres bonita.

cuya puerta ocultaba una cortina y la parte interior del local estaba destinada a cocina. En un principio sólo ocupaba la ochava del edificio y no se extendía más de la puerta que existe hoy en la calle Mesón de Vélez.Pág. Un sencillo mostrador. hombre inteligente.. cimentándose su fama. primero. pág. Sólo había entonces un pequeño reservado. almacén y hasta vivienda del dueño en esta primera época. muy trabajador y administrador tan hábil que supo por su propio esfuerzo crearse una posición independiente y desahogada y legar al esparcimiento de las generaciones actuales el establecimiento del que hablamos. que abrió sus reducidas puertas en el número 18 de la calle Marín García.167 . buen tocador de guitarra. y enérgico cuando las circustancias lo requerían. barbero en sus comienzos. Su propietario fue Don Cipriano Martínez Ocaña. cordobés de Lucena. en 1893.167 ¡y me da pena que estés mosita! ¡Válgame el mundo! ¿No estoy llorando? ¡Ay! ¡Qué poquitos vamos quedando! Francisco Bejarano da algunas pinceladas flamencas. principalmente en dos productos: los Eusebio Rioja. afable y cortés.. unas simples mesas de pino siempre muy limpias. 161). luego. Bien es cierto que nunca fue un café cantante. y un popular restaurante. en el que aún parece pervivir la gracia y la savia de la época en que se estableciera (Cafés de Málaga. allá en sus principios: Modestos fueron los comienzos de “La Alegría”.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Cipriano Martínez debió ser hombre con personalidad carismática. Ahora. serio y simpático. cuando historia el restaurante La Alegría. En efecto.. sino un modesto bar. apuntamos sólo los párrafos donde Paco Percheles detalla el ambiente flamenco de La Alegría.Pág. buen empresario y gran aficionado al cante flamenco.. sobre quien volveremos a escribir en el capítulo dedicado a la Venta de la Trini. Pero con tan modesto menaje bien pronto comenzó a adquirir crédito “La Alegría”. los anaqueles y las sillas necesarias constituyeron la primitiva instalación.

Sobre los años 1898 ó 1899.. 151 PÉREZ LÓPEZ. despareció de él la actividad flamenca. viniendo a llenar una necesidad de la población. debido principalmente a convertirse en comedor favorito de los repatriados de Cuba. También.168 callos a la genovesa y el vino “Canela” procedente de la propia patria chica de Cipriano Martínez. Cipriano Martínez poseería en 1902. 457 y 454. Buen empresario debería ser. un café económico – posiblemente fuera una taberna. pp.168 . pues. Cuando el restaurante creció y elevó el nivel de sus servicios.. aunque existen otras industrias similares. 162). E.Pág.en el número 74 de la calle de San Juan.. 1902. 161). el establecimiento cobró gran auge. Guía oficial de Málaga y su Provincia. Eusebio Rioja. y una cervecería en el 34 del Pasaje de Álvarez151. sin duda. y consta por antecedentes fidelignos. pues para algo estaba el reservado. Esto no quiere decir que no hubiera en ella también sus juergas. aunque siempre fue el preferido de los artistas flamencos malagueños y de cuantos visitaban Málaga...Pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. que muchas noches se escucharon allí los mejores “cantaores” de flamenco que había en Málaga y que no pocas reuniones jaraneras recalaban allí a reparar fuerzas (pág. Desde estos años el negocio creció como la espuma y el establecimiento quedó consolidado como el mejor y más moderno restaurante económico. que fue uno de los primeros que contribuyó a introducir en Málaga los “moriles” y “montillas” (pág. derivaban más hacia la vida noctámbula y “La Alegría” venía a constituir una modalidad especial entre ellos.

quien supo apreciar las bondades y bellezas del entorno. 334). El mismo autor describe que era un estrecho camino áspero y pedregoso hasta 1675. destinados Eusebio Rioja. rellena y se construye en él tres puentes sobre sendos arroyos.. pág. en su libro Más cosas de Málaga. encuadrados entre cactus y pitas. me parece que se hallaría muy bien en ella. Franja litoral situada entre el Cementerio Inglés y Bella Vista. disfrutando de los regalos que la tierra y el mar le ofrecerían (sic: García Herrera.169 LAS VENTAS DE LA CALETA Salida natural de la ciudad de Málaga hacia Levante. y flanqueada a la diestra por la playa. casas de campo de los habitantes ricos de Málaga. quien visitaría Málaga en 1792. haciéndolo así transitable con mayor facilidad. El viajero Antonio Pons. que la escogiese por su morada. es La Caleta. y los pescadores después de amarrar sus barcas. cerrándose definitivamente en El Morlaco. buscaban la sombra bajo sus chozas o cabañas de junco (vol I. Su impresión sería compartida por las clases acomodadas malagueñas.Pág. dice: Cualquier persona de gusto y conveniencias. en Carretera de Almería.. De ella partiría el Camino Real de Vélez. aguerrido noble. Como en todos los caminos próximos a centros urbanos. las cuales edificarían en este lugar casas de campo..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Según Gustavo García Herrera. quien tanto colaboró con los Reyes Católicos en la conquista de Málaga. 17). El barón Charles Davillier (1862) daría testimonio de ello en Viaje por España: Las numerosas casas de recreo. recibió antiguamente el nombre de Caleta del Marqués de Cádiz: Rodrigo Ponce de León. y a la siniestra por estribaciones montañosas. pág.Pág. Como adelantado urbanista muéstrase Antonio Pons. que para la explotación agraria..169 . hacían brillar al sol sus encalados muros. habían surgido en La Caleta establecimientos expendedores de comidas y bebidas. y creando un espacio urbano que pronto se convertiría en lugar de esparcimiento y paseo. cuando se desmonta. más para su propio solaz. transformado posteriormente y con distinto trazado.

e que fasta aquí vosotros no les aveys dado licencia para ello. el 17 de julio.)153..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. la reina Isabel promulgaba una Real Cédula dando licencia y facultad a cualquier persona que quisiere para hacer una venta en los términos de Málaga y Antequera en los que puedan vender pan. quieren fazer fuera de la dicha cibdat e enlos arravales della mesones para rescebir e ospedar los mercaderes e viandantes que a ella vienen. en sus entonces penosísimos desplazamientos. pág. 141. F. cebada y demás mantenimientos. Días después.. ventas y tabernas en la Málaga de finales del siglo XV. 32 y 169. recién conquistada la ciudad. ca a los que ansy vosotros señalaredes sytyos para hazer los dichos mesones fuera de la dicha cibdat. BEJARANO ROBLES. Orígenes de la hostelería en Málaga y su provincia. turística. Indice del libro V. pp. ya que algunos Concejos y Caballeros tratan de impedir que los hagan.. se manifiesta la reina Isabel. Véase: RIOJA. Indice del libro V.. Toda una precoz promotora hostelera y por ende.. F.170 . se ratificaba la reina con esta nueva Cédula. e que en se hazer los dichos mesones es pro y bien de la dicha cibdad e de los que a ella vienen.. Dichos establecimientos recibirían el nombre de ventas. Los Repartimientos de Málaga. E. yo vos mando que aquí adelante deys y señaleys sytyos e logares fuera de la dicha cibdad e en sus arrabales a los vezynos de la dicha cibdat para que puedan fazer e fagan dello el numero de mesones que a vosotros bien visto fuere. Antiguo es el establecimiento de ventas en los alrededores de Málaga. Eusebio Rioja.. en esta Real Cédula. Los Repartimientos de Málaga. Mesones. vino.Pág.. yo por la presente se los señalo e les doy licencia que los puedan hazer e hedificar (. dirigida a los Repartidores Cristóbal Mosquera y Francisco de Alcaraz: A mi es fecha relacion que algunas personas de las que estan avezindadas e se vienen a avezindar a esa cibdat de Malaga.. 153 152 BEJARANO ROBLES.170 a solazar a los viajeros.Pág. El ocho de julio de 1488. persiguiendo vender los mantenimientos a grandes precios152.

III. limitándose la estancia de los viandantes.Pág. no admitiéndose ningún forastero sin oficio o sin señor con quien viva155. hasta que el dos de enero de 1493. ventas y hatos de ganado impida que haya mujeres públicas. ni otros hombres de estada.. pp. disponen que en los mesones.171 . que los mesoneros. como los hay..Pág. nuevo Repartidor de la Ciudad y de su Tierra.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. vol. Eusebio Rioja. 154 155 Ibidem. promulgara las siguientes Ordenanças para ventas: Mucho nobleçimiento es e conçolacion a los caminantes e seguridad dellos que se hagan ventas e mesones por los caminos porque allende del refregeryo que los que caminan resçiben estan mas seguros los caminos e los mantenimientos son mas baratos e por menores presçios e los caminantes son mejor reçebidos y asy por esto como porque sus altezas lo tyenen mandado por su carta e provisyon. fue acordado por la reformaçion de proveer e dar liçençia a los vezynos que pidiesen ventas en los dichos caminos que se asentasen por abto a cada uno el sytyo que asy le fuese dado por evitar fraudes y engaños y porque aquellas no se hiziesen en perjuyzio de terçero por lo de los heredamientos e tierras de labor e otras partes que se deven mirar e conservar y que aquel a quien se diese la tal venta sea tenudo de la señar luego e abrir se vea questa a otro dada y que con cada venta se tome solamente una arançada para casa e exido e no mas en lo realengo fuera de lo repartido salvo aquellos a quien su asyento algo mas expresare seyendo aquello syn perjuyzio de terçero. ni rufianes. e las personas a quien se han dado ventas por la dicha reformaçion son las syguientes154: Y a continuación. pág. señalamientos que comienzan el mismo día dos de enero de 1493 y terminan el 29 de junio de 1496. El 20 de agosto de 1494. Ibidem.. los Reyes Católicos envían carta al Bachiller Serrano en la que dicen que respecto a evitar los daños y salteamientos de los caminos. 32 y 263.. señala sitios para construir ventas a numerosos ciudadanos que los pidieron. el bachiller Juan Alonso Serrano.171 No pasaría mucho tiempo. y ordenendo la expulsión de vagabundos y holgazanes. 283. venteros y taberneros no consientan tales gentes en sus establecimientos.

fandangos y todo el posible repertorio de cantes grandes y livianos. Mas lo que dio siempre típico sabor a la Caleta fueron sus ventas. y 11 taberneros. léase las clásicas “juergas” donde se rendía culto devotísimo a Baco. Igualmente. Pacual Madoz recogería este fenómeno en su Diccionario. quien visitó Málaga en 1840. Eran populares la de “La Perra”. “Yerno de Conejo”. 144). despacho de bebidas y habitaciones de la ferrería que hay en la playa. Y 23 mesoneros.Pág. Pero la transformación definitiva de La Caleta se operaría a partir de 1880. consciente de las posibilidades especulativas de la zona. los cuales confirieron a La Caleta el encanto y el carácter de sector residencial.. posiblemente en La Caleta. cuyos vestigios pueden ser contemplados ahora.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. disponía la provincia de Málaga de una infraestructura hostelera de primera categoría. siempre rodeados de amplios jardines. acusaría la existencia de ventas en La Caleta. Las ventas estaban ubicadas más allá de lo que hoy se llama propiamente Caleta y tuvieron su época de esplendor por la copiosa clientela que las animaban. pero ya más coquetonas. los magnates malagueños construyen lujosos y estéticos palacetes. Números nada despreciables.172 . 241). cuando el ingeniero de caminos José María Sancha. “Sandoval”. Muy pronto. “La Paloma”. publicado entre los años 1845 y 1850: Se han construido recientemente en este paseo y al costado de las vertientes del monte de Gibralfaro.. inmediata al mismo paseo (pág. Es evidente que ya en 1496. varios edificios de buen gusto. El escritor y viajero francés Theophile Gautier. la de “Isabel.172 Hemos contado más de 70 ventas en la tierra de Málaga.. tres de las cuales estaban en el camino de Vélez Málaga. con mostradores enjalbegados y pintarrajeados con rayas encarnadas (pág. la compra y urbaniza. “Guijarro”. al redactar su obra Viaje por España: Las tiendas de aguardiente se multiplicaban. “Cinco Minutos”. Santuarios de nocturnas expansiones. siempre de juncos.Pág. soleares.. la sorda”. cinco taberneros y mesoneros. destinados para fonda. la de Eusebio Rioja. al par que acariciantes rasgueos de guitarra acompañaban los trinos de malagueñas.

y no me faltarían nunca cien “jaras” en el bolsillo que consumir en manzanilla. 23).. pág. Vegigatorio. La publicación Málaga. En él. en El Cante por Malagueñas (pág. así como buen número de mujeres disolutas.. “La Trini”. a correrlas hasta su fin en las ventas de La Caleta. Esta relación fue confirmada por el cantaor Diego el Perote. hubieran caído a mis pies. acudía en horarios más tempranos. hubiese llegado a ser un émulo de Juan Breba. Leamos estos párrafos del artículo titulado Cómico. torero o bailaor.173 “Victoria”. la de “Domingo”.Pág. o bien inspirado por la musa Tersícore de café cantante. para el cante flamenco.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. en el ventorrillo de Domingo o en Bella Vista. Revista Semanal del 23 de abril de 1879. los regalos de brillantes y fajas bordadas por manos que no besa el sol.Pág. solo buscaban fondo musical para juergas. El público de a pie. los aplausos de reyes y magnates. daba el siguiente anónimo.. Para ello. y después ir en coche de caballos. quien conoció y vivió el ambiente de las ventas de La Caleta. en unión de algunos señoritos de la “manteca”. correspondiente al 1de mayo de 1882: Pues no digo a ustedes nada si educada esta voz de chantre que Dios me ha dado. 12). ambiente más broncoso y soez que el de los cafés cantantes. en el número 61 de la revista malagueña El País de la Olla. o menos pudiente. igualmente contratables. ya bien calentitos. y de media docena de niñas de honor desgraciado. de las que no llegué a alcanzar noticia (Más cosas de Málaga.. que firmaba El Dr. los propietarios o regentes de las ventas. Muy poco les importaba el Arte Flamenco. llamada después “de Joselito” y acaso algunas otras. me hubiera dedicado a bailar “petacos” y “seguerillas” sirviendo de pareja a la Cuenca. aunque sus juergas baratas concluyeran igualmente en situaciones lamentables. que a menudo se iban metamorfoseando en bromas de mal gusto y en fenomenales broncas. cuidaban muy mucho de que en sus establecimientos hubiese cantaores y tocaores contratables. sarcástico e ilustrador artículo: Eusebio Rioja. y menos broncoso. La costumbre de señoritos y señoritingos era iniciar las juergas en el centro de la ciudad. santificado ya por Moret y demás comilones democrático-borbónicos con una sopa de pimienta.173 .

en las de postín. “Carta Blanca”.Pág. con su vistosa etiqueta reproduciendo la figura de Rafael González.. Yo estoy convencido de que si en Málaga estuvieran el pan y la Caleta baratos.... Tampoco se echaba de menos. los caldos de Jerez y de Sanlúcar. Es franco y leal. sus trabajos. respetuoso siempre y obsequioso en sumo grado. y se ve el porvenir de color de rosa. generalmente aislados de otras casas. “La Gitana”. el aromático ron de Jamaica. Sánchez Romate.Pág. valdría mucho más. y venían a tener muy semejante arquitectura y distribución. Por lo común constaban de un zaguán con mostrador. Las manzanillas de Argüeso: “La Guita” y la más consumida. pondría especial cuidado en que aquellos ventorrillos expendieran sus géneros a un precio sumamente económico. el caneco de giebra holandesa. Si yo fuera alguna vez autoridad malagueña. Lo malo es cuando va a la Caleta y se gastan en un día el jornal de una semana. representados por el Fino La Riva. de Scholtz o de Larios.174 . pues mientras que el pueblo concurre a la Caleta. los famosos brandys de Jerez.174 Yo quiero mucho al pueblo malagueño. como también el dulce moscatel o lágrima. para no pensar más que en divertirse. Como es natural no faltaba la botella de “anís Machaquito”.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Eusebio Rioja. porque entonces se pasa el resto de ella jurando y dispuesto a darse una puñalada con el lucero del alba. donde se exhibía un muestrario de los caldos y licores usuales por aquellas fechas. y sin su maldita manía de llevar la faca encima y de sacarla a relucir por el más futre pretexto. viviríamos en una balsa. “Fino Gaditano”. casi siempre. le tengo especial afecto y me agrada su trato. La Caleta es su pasión: ahí es donde verdaderamente goza a sus anchas y olvida sus penalidades. sus amarguras. edificios de una planta. en el marbete. la morena de pañolón al busto y flores en el moño. Gustavo García Herrera describió de este modo el prototipo más frecuente de ventas de La Caleta: Las ventas o ventorrillos (que también así se les llamaba) eran. tras el cual pendían los anaqueles. se olvida de politiquear y hasta de murmurar. mostrando orgullosa.

acudían solícitos a la primer llamada.175 157 156 . y Paco Portillo (todos ellos de Málaga)156. Algunas ventas disfrutaban de buena terraza al mar. Tomás Morilla. o el que abrigaba los caldos blancos de los montes y de Cómpeta. en La Unión Ilustrada del 30-III-1921. Verdaderos magos de la guitarra eran Santos Ramos. No faltaban en el esquemático exorno de las habitaciones vistosas litografías de los talleres de Fausto Muñoz. como la de la Trini y Antonio Martín. se ocupaba por veladores con tableros de mármol y los correspondientes servicios de sillas metálicas. y otras.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Todavía se recuerdan los habituales artistas que actuaban. que era el guitarrista habitual del café “Chinitas”. Pepillo “el de la Berza”. Animaban las flamencas reuniones guitarristas y “cantaores”. Julián. “el Breva El poeta Manuel Prados y López hizo una bella semblanza de un concierto de guitarra interpretado por José Navas y por Francisco Portillo. Eusebio Rioja. “el Niño de las Moras”157. y las notas de color por macetas de geranios y los tiestos. ambos de Jerez. en apetitosa invitación. El Niño de las Moras: entre la mar y el campo.. M. Véase: LÓPEZ CASTRO.Pág.. La antesala o zaguán daba acceso a una gran pieza con puertas a varios departamentos.175 No era infrecuente que destacase en la estantería el tonelete o pellejo de vino de Montilla. “el Ciego”. M.. pendían los jamones de Trevélez y el clásico salchichón malagueño de Prolongo. donde tenían lugar las reuniones.Pág. situada en la banda de tierra. de albahacas y esparragueras. Carlos Sánchez. Ignacio Real y Javier Molina. Juan “el Zocato”. colgados. y TERNERO LUPIÁÑEZ. independientes. y en algunas ocasiones aparecía Salvador Rodríguez.. Lucían sus facultades cantaoras: “el Bizco”. por tener varias plantas.. Esta entrada. que situados en las más estratégicas. aprovechaban sus jardincillos para los festines. Pendientes del techo. donde clientes transeúntes o poco recatados. Santiago Segovia. de Vélez-Málaga. que solía ser amplia. la de “Yerno de Conejo”. hacían sus libaciones.

Molina Cundí. Bien por Domingo Prat. adornada con la fama de eximio “tocaor” de su dueño. “El maestro Onjana”. Y nos detenemos ahora en el tocaor Juan el Zocato. Su popularidad en aquella capital.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. En la pintoresca Caleta tan favorecida por turistas y tan bella. han hecho sobresalir y ascender las joyas del folklore. Moreno Torroba. y fueron fuente de verdaderos conocimientos para los grandes compositores españoles: Albéniz. Es curioso observar que la mayor parte de los tocaores andaluces han legado a la posteridad sus apodos. alrededor del año 1880. El Zocato había establecido un ventorrillo. “Carlos el Betunero”. Nos hace conocer que Juan el Zocato poseyó una venta en La Caleta. también arribaban por aquellos lares (pp. etc. Glinka.. inspiraron al iniciador de la escuela rusa. el año 1932. discípulo del que nos ocupa. Magnífica la pintura. Juan Breva y Trinidad Navarro “la Trini”. Falla. Rafael “el Moreno”. añade otra relación de tocaores malagueños y reconoce la calidad de los guitarristas flamencos. “Paco el Aguila”. Por esta clásica venta andaluza.Pág. Eusebio Rioja. Turina.Pág. para copiar el párrafo que le dedica Domingo Prat en Diccionario de guitarristas. Dejo para el final las dos figuras señeras del cante malagueño. a pesar de su siempre explícito antiflamenquismo. Paco Lucena. 23-25). etc.. 344). aún se entona con estlo de maestro. etc. era muy grande. Diego “El Perote” (que por increíble milagro. Estaba radicado en Málaga. En muchas ocasiones los artistas que desfilaban por los cafés del “Turco” o el “Chinitas”. a los ochenta y tres años y es capaz de ganar premios en los concursos). verdaderas y valiosas bellezas musicales (pág.176 . tales como: “El Negrete”. “Romerillo el gitano”. Han sido verdaderos eslabones en la música española. Magnífica pintura la de García Herrera. desfilaban otros tantos guitarristas del mismo género.. da algunos datos sobre la biografía de El Negrete. que hacen de los motivos populares. Ángel Rodríguez “el Jerezano”.. siendo sus nombres completamente desconocidos. El Zocato. así como la relación de artistas que aporta. párrafo que viene muy al caso: Guitarrista ejecutante en el género flamenco.. que regentó muchos años el ventorrillo que llevó su nombre.176 chico”.. y fallecido recientemente en Buenos Aires. a ellos debe mucho el arte hispano.

en la Sociedad Filarmónica Malagueña. aunque originalmente esté compuesta para piano. De inmediato. para ofrecer un concierto de piano el día 12 de mayo. ¡Qué bien suena Rumores de la Caleta tocada a la guitarra!. se enamoraría de Málaga en cuyo Conservatorio consigue una plaza de profesor.. Almería por Tarantas. por ejemplo.. Denuncia así en voz muy alta que sus fuentes de inspiración fueron las guitarras y las Malagueñas. es el caso del pianista y compositor Isaac Albéniz... Eusebio Rioja. ganó la predilección del público: Rumores de la Caleta. en guitarras enormes. Cuando publicó Suite Iberia (1906-1908). Desde entonces.177 Es posible que este Zocato fuera Juan Sáez: El Zocato.. incluyéndose su estudio en los programas oficiales de los conservatorios. Como la pudiera cantar Juan Breva. donde suena. el compás abandolao de tantos cantes de Málaga. A. 56. Era un programa que protagonizaba Celedonio y presentaba Matías Prats. Hay que recordar la Danza del Molinero (Farruca) de El Sombrero de Tres Picos (1917). incluyó en ella una pieza que al momento. La primera parte de Rumores de La Caleta.Pág. obra fruto de sus visitas y paseos por La Caleta malagueña. de la plaza de Flores158. Es un ejemplo más de obras compuestas para otros instrumentos o para agrupaciones de ellos –orquestas incluidas-.177 . Con ella inició la carrera artística Celín Romero. obra de Manuel de Falla. que se repite al final funcionando a modo de estribillo o ritornello. La segunda parte. tocadas y cantadas en La Caleta de Málaga. se ofrece a dar lecciones de guitarra a domicilio. quien en 1911 dirigía el cuadro del almeriense Salón Victoria y acompañaba a El Niño de Carmona. recoge un aire mixto que evoca el toque por Soleares y por Malagueñas. Toda la orquesta es una inmensa guitarra. donde sus autores los convierten en inmensas guitarras. Antonio Sevillano reproduce en su libro. Particularmente. cediendo a las peticiones de los aficionados. Albéniz llegó a Málaga por primera vez en 1882. 158 SEVILLANO MIRALLES. primogénito del inmenso guitarrista malagueño Celedonio Romero. sin sonar. pág. es una ortodoxísima Malagueña abandolá o Bandolá. Buen ejemplo del eslabón calificado por Prat. para lo cual pueden pasar aviso a la fonda “La Fama”.Pág. un anuncio de la prensa de Almería que dice que este Zocato. la versión de Celín Romero es por la que sentimos especial debilidad. cuando la interpretó aún niño. ante los micrófonos de Radio Nacional de España en Málaga. Rumores de la Caleta se ha erigido en pieza obligada de los repertorios de los guitarristas clásicos.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. por ejemplo.

y de cal blanca el vestido con volantes almagreños hasta los bajos terrizos. bajo colcha de chicharras en un jergón de palmitos! Madrugas con las alondras y trasnochas con los grillos. con moños de jaramagos. en 1868.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. es El ventorrillo de “El Nano”. Ampara del sol tu cara un sombrajo de cañizo por gitanas canasteras prolijamente tejido. clavellinas y jacintos. quien pintó en 1902 el cuadro La fuente de Reding.Pág. Eusebio Rioja.. De juncia son tus cabellos en dos crenchas repartidos. 95-101). A tus redondas caderas se ciñe un jazmín morisco y. Bellísimo poema descriptivo de una antigua venta. quien estuvo en el Ventorrillo de Domingo.. escrito por José Carlos de Luna (pp. el pianista Arturo Rubistein y los pintores Mariano Fortuny. del libro La Taberna de los 3 Reyes. que tiene con una yedra sus enredos y sus líos. mejorana y albahaca. por Antonio Muñoz Degrain.. te ronda el dondiego barbilindo. autor en 1914 del óleo Noche de luna en la Caleta.. por la noche. pero su retrato nos sirve como catalizador de lo que era cualquier venta andaluza.178 Las ventas de La Caleta fueron visitadas por artistas como el tenor Julián Gayarre.178 .Pág. No creemos que el citado ventorrillo estuviese en La Caleta. a la vera de cualquier camino: Casita ventorrillera: ¡lusesita en el camino que en la cuneta te acuestas para echar tu sueñecito. Te engalanas con cacharros en los que crece tomillo. y por José Moreno Carbonero.

179 .. cada tres días amasas teleras de cuatro kilos. tu puerta. Ya vienen los caballistas. y tienen alma tus giros! Cuando el sol se va poniendo y el trajinar hinca el pico.. apañas bajo el sombrajo sillas y mesas de pino y esperas que la guitarra piñonee tus hechizos. a trilleros y a moritos...Pág.179 ¡Mentira a todos parece que en ese cuerpo tan chico quepan arrestos de tienda. agujas. la enredadera. queso. ¡hasta carne de membrillo! Mides: habas y arvejones. y son tus cuentas cabales. -¡Incienso para estos campos el olor de tu amasijo!Fías a los segadores. un coche con señorío. chorizos.Pág. tocino. abasteces a gañanes. los tiestos. jabón verde y jabón fino. especias y bacalao. riegas el jazmín morisco. dejas que peinen tu pelo los dedos del relentillo. bazones y bartaguillos. de taberna y de cortijo! Vendes: vinos y aguardiente. Eusebio Rioja. avena... le haces al dondiego un guiño. das maquila a los molinos. hilos. carburo. percales. trigo. ¡y es tu Banco una alcarraza. alegre. y unas cañas son tus libros. cacharrería rambleña y. miera. aceite. barres. garbanzos.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.

480-482). el llamado Hernán Cortés. Son el de El Yerno de Conejo. También hemos encontrado varios figones. de Enrique Pérez y López (pág.. en Torre de San Telmo. donde ahora existe otro establecimiento igualmente dedicado a la hostelería. Y también hemos encontrado varios restaurantes en esta zona. Posiblemente fuese la venta de Victoria la Cáncana.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. y el guarda de “Valsequillo”. el de Bernardo Gallardo López. restaurantes que eran ventas. Son el de Antonio Aldana Muñoz. 1902.Pág. en el número 20 de la Avenida de Sancha. 60 -que debía ser la Venta de Guijarroy Cinco Minutos. ¡¡A callar!! ¡Que está cantando el alma del ventorrillo! Difícil nos resulta cuantificar el número de ventas que existieron en La Caleta. 107.. el de Eduardo Guijarro. en Pedregalejo. 456).Pág. 222 (pp. ¡Casita ventorrillera! ¡A remilgarte el vestido! ¡A derrochar cascabeles alternando por lo fino! ¡Ya eres taberna de lujo por la gracia y el hechizo de estas noches andaluzas llenitas de sombra y mimo! ¡Qué te importan las ranas ni qué se te dan los grillos. 503-504). sí hemos encontrado un café económico anunciado en la Guía oficial de Málaga y su Provincia. enclavado en el número 19 del Paseo de Reding. y el de José Ruiz Fortes. 22. ni que los mengues punteen los bordones del camino! ¡Psss!. café que pudo ser una venta. en el Valle de los Galanes. en realidad.180 . en Bella Vista. Es el de Victoria López Martín.180 tratantes de rompe y rasga. No aparecen anunciadas con este nombre en la documentación que hemos manejado. 174 (pp... en el Paseo de Sancha.. Por el contrario. en El Morlaco.. Esta venta se encontró en lo que hoy denominamos Las Cuatro Esquinas de El Palo. Eusebio Rioja. que pudieron ser ventas.

.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. De Joaquín. Joaquín disfrutó de una vida artística de cierto prestigio. de los cuales Salud. no podían faltar las tabernas. Mercedes. en Pedregalejo (pág. aunque no de gran ejecución (pág. dice Fernando el de Triana que era guitarrista de buena clase. 15. en el Paseo de Reding.181 . que seguramente sería la venta de Isabel la Sorda. y grabó una apreciable cantidad de placas gramofónicas. No sería el primer guitarrista que lo hiciera. de que este Joaquín Rodríguez Montañés fuera el guitarrista sevillano Joaquín Rodríguez: El Hijo del Ciego. y la de Joaquín Rodríguez Montañés.. Hemos hallado dos: la de Isabel Soler. pero quién sabe si en alguna época y por cualquier motivo. Cabe la posibilidad. 510). Tabernas que serían consideradas ventas. Lola. Juan Manuel Rodríguez: El Ciego.Pág.Pág.. fue también guitarrista y padre de siete hijos. instaló y regentó una venta en La Caleta malagueña.181 Por supuesto. Eusebio Rioja. Baldomero y Joaquín se dedicaron profesionalmente al Arte Flamenco.. 132).

34-35). admirador de los trinos flamencos.. Eusebio Rioja. interprétese como se quiera este relato. a una venta donde aguardan maestros de la sonanta y artífices del cante andaluz..182 . decidieron celebrar el triunfo en una venta de La Caleta: Al día siguiente va don Julián. al día siguiente en el Teatro Cervantes. Juan. Gayarre. Comienza los rasgueos el “tocaor”. rodeado de admiradores. calentado por su sol y arrullado por sus olas! (Más cosas de Málaga. pp. A pesar de sus portentosas facultades.. En fallidos intentos pasó más de una hora. le inicia la copla. el tenor Julián Gayarre estuvo en Málaga dando recitales. Una y otra vez prueba sin el menor resultado.. al cabo de la cual... y nada.Pág. El segundo. no creo le sea difícil aprenderlas. no pudo menos de exclamar: ¡Hay que dejarlo! ¡Para cantar malagueñas es preciso haber nacido en esta tierra. ¿podría usted enseñarme a cantar esas coplas? Con la garganta que usted tiene. Y ahora.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. que cruza por su mente una idea que decide poner en práctica seguidamente. El éxito que obtuvo fue indescriptible. no le salía aquel cante. Y fue tal el entusiasmo... El primero lo ofrecería el 26 de noviembre para la Sociedad Filarmónica. quedó embelesado oyendo cantar por malagueñas a aquel portentoso ruiseñor que se llamó Juan Breva.Pág. con la frente sudorosa y el más triste gesto de desesperanza... Juan le da la entrada. Gayarre pretende seguirla. Sus amigos más allegados.182 JULIÁN GAYARRE Y JUAN BREVA EN LA CALETA En 1883.

. Leamos a Blasco: Esta noche. pág. lleva la juerga de palmas y risas hacia la venta.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. El pintor Manuel Blasco narró en La Málaga de Comienzos de Siglo.. en 1902 se anunciaba como restaurant en la Guía oficial de Málaga y su provincia. juerga que podemos considerar prototípica entre muchas de las que se desarrollaban en los ventorrillos de La Caleta. 60 y su propietario Eduardo Guijarro (pág. apenas separadas las casas por cercas y tapiales de damas de noche que en espasmos de amor daban su perfume al azahar del limonero. Es la única venta de la cual poseemos fotografía identificada. quien fue presidente del Consejo de Ministros. “Venta de Sandoval” o la “Venta de Guijarro”. Anita llevó una vida artística bastante curiosa. 503). con música de cascabeles. Eduardo debía ser familiar de la cantaora Anita Guijarro. Su domicilio era Morlaco. al pie de El Morlaco.. 340). el negocio hecho. funcionario de policía. Allí hace parada la Eusebio Rioja.183 .Pág. Era ahijada de José Bergamín. escrita por Enrique Pérez y López. Como hemos visto. se ha cerrado la casa y una reunión de amiguitos buenos. emparejados con las niñas y ella con su “Don José” han salido de juerga a la Caleta. quien en realidad. “Venta de Joselito”. Al cabo de los años. entre las blancas cortinillas se cuela el perfume del jardín en flor. hacia la entrada del Camino de la Desviación.183 LA VENTA DE GUIJARRO Se encontraba enclavada muy al final de La Caleta. trasladó con Anita la residencia familiar a la capital onubense. en cuya Caleta instaló Anita la venta (Cantaores malagueños. quien al ocupar el cargo de comisario en la ciudad de Huelva. volverían a Málaga. Se casó con José García Soler. Se desnuda tu flor en la enramada dejándome tu esencia de querida y en pecado la rama florecida a la noche en alcoba transformada. En aquella Caleta que era un solo jardín. una juerga en dicha venta. especialista en el cante por Malagueñas. Las jacas trotonas de la manola. dio nombre a la venta. la de “Yerno Conejo”.. en Bella Vista.Pág.

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 184

juerga. Van llegando los coches, en el último vienen cantaores y tocaores con las guitarras en sus mortajas de paño verde. Dice el señorito: “los cocheros que tomen lo que quieran”. Son amigos de la casa. Señoritos de tronío y billetes, toda la terraza para ellos que las juergas son reservadas para cada reunión. Es medianoche, en el cielo han colgado, como farolillo verbenero, una luna llena y el mar tan quieto es un murmullo de sirenas y caracolas. Vicente el camarero, haciendo remilgos, que dicen si es o no es, sube una caja de vino y empieza el descorche. Desnudan las guitarras, sus cuerpos de mujer y el cantaor se entona por lo bajini. Ya, la juerga es un rito, el rasgueo, la falseta y el cantaor hiere el acero de la noche con un lamento largo. “Vamos a ver esa soleá”, otro cantaor sale a la competencia. El señorito exige más. “A ver si cantamos bien, eso es jonjana”. Entonces los cantaores eran sólo menestrales del cante. Se arranca a bailar la Paula, el corro de palmas se estrecha, el vino gorgotea al derramarse en las copas, se limpia la mesa con un mantón de Manila, (alquilado). Una niña con el vinillo empieza a ponerse romántica, el ama pide una fuente de jamón. Vicente finge que se le cae el plato y da el susto. Es su truco. A la Paqui le da llorona al oir un fandango: A la mujer de la vida no la trates con desdén, que antes de ser de la vida era una mujer de bien. En sus lágrimas hay amargor de celos y regusto de besos infantiles. Se oye un guantazo; es la Carriola que se estaba timando con un tocaor. “Que suban otra caja” dice el pagano; y más jamón –añade el ama. Se enronquece la voz del cantaor, el farolillo se está bañando en el horizonte. Ya va clareando el amanecer y el olor del marismo, tapa el tufo de “Pachulí”, sudor de hembras y esencias de “Pompeya”, que rezuman las niñas. Un tren de juguete, que tal vez inauguró Isabel II, al pasar jadeando forma en el azul con su tinta de humo y de la playa sale con su ojo de sueño la jábega a echar las redes. Como cetáceos ahogados nadan los pellejos y los jabegotes, siempre resignados, enroscan la tralla en el cabo del copo; llevan un pernil arremangado (debía decirse arrepantalonado) y
Eusebio Rioja.- Pág.- 184

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 185

encorvándose clavan sus pies desnudos en la arena; quiera Dios que pese el copo. Hasta ellos llegan los ecos de un fandango, Ay qué dura está la vida pa el que la tié que ganar y hay quien se sienta en la puerta a ver el tiempo pasar. Un viejo jabegote que arrastra unas redes mira hacia la venta, tiene oleadas de arrugas en su frente y... De escamas su mirada tan lejana, encurtido su rostro en la salmuera, carenando su barca en la solana, esperan los delfines que se muera. Encallado en la playa por deshecho, mareado su andar cuando camina, desarbolado el mástil de su pecho es sombra gris, en viento de bolina. En la playa esperan gorrones, mendigos, chiquillos encueros y la pareja de civiles, la salida del copo. En la venta sigue la alegría, un señorito va a meter la pata, pero oportunamente tiene que vomitar. Ya el farolillo se ahoga en un charco de reflejos, el sol, despereza sus rayos. Hay que pincharle al cantaor. “Venga otra alegría” y él con su sombrero de ala ancha, su faja y su pañuelo al cuello, como Dios manda, con el primer rayo de sol cortándole la cara, se entona por alegrías: En un cementerio entré pisé un lirio y dio un quejío, era to lo que quedaba de aquel querer tuyo y mío. Se van calentando los cantaores, picándose en la competencia, que hay un señorito patoso que le ha dado por cantar, con su voz de becerro, y ellos están allí pa ganarse el jornal. “Vaya otra alegría”

Eusebio Rioja.- Pág.- 185

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 186

Estos sí que son tormentos mi madre mala en la cama y mi padre ya se ha muerto. Las mujeres, las que no saben escupir el vino, están como una cuba y los señoritos comienzan “las gamberradas”, echándoles jalapa en las copas, rasgándoles las enaguas o haciéndole la zancadilla a Vicente con la bandeja llena, para oírle decir “piropos y lindezas”. Se jalea con oles y vivas la gracia. El ama está hecha jarabe con su D. José y las mantecas le rebosan por la faja. En el suelo hay charcos de jerez y lascas de jamón. “Viva el rumbo”, que a D. Paco, el pagano no se le encoge el ombligo, pero como tiene mala uva y el vino le ha hecho su efecto, se niega a pagarle al cantaor que le dicen el “Mochuelo”, porque ha cantado “de pacotilla”, pero él no se resigna y le pide insistentemente el dinero pa él y sus hijitos y D. Paco “que tiene gracia”, saca su pistola y diciendo: “Cada mochuelo a su olivo”, larga tres disparos, ni que decir tiene que el Mochuelo, todavía sigue corriendo... pero es broma; al día siguiente, ya fresco, habrá buena paga. Se despiden los coches, con los cocheros hechos mojama y se alquilan los carros que pasan de la verdura para seguir la juerga en el mercado o en pescadería, que una juerga de postín, debe durar hasta que esté el sol en los tejados (vol. I, pp. 65-66). Pues así de crudo y zafio fue, y así lo contó Manuel Blasco.

Eusebio Rioja.- Pág.- 186

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 187

LA VENTA DE LA TRINI
Sin duda, Trinidad Navarro Carrillo: La Trini fue una de las mejores cantaoras de la historia159. Nacida en Málaga en 1868, bautizada en la Parroquia de la Santa Cruz y San Felipe Neri, y criada humildemente por sus padres –Francisco Navarro y Ana Carrillo- en una familia de 13 hermanos, contrajo matrimonio en 1903 con Iganacio Maroto Sánchez, nacido en 1866 en Valdepeñas (Ciudad Real), industrial de profesión160 y residente en Málaga desde 1890, con quien tuvo una hija en 1899, a la que pusieron el mismo nombre de la madre. Ambos cónyuges regentaron una venta en el número 12 de Bella Vista, negocio que por alguna causa, no debió satisfacerles cuando deciden traspasarlo en 1905. Con este propósito, publican un anuncio en el periódico malagueño La Unión Mercantil, el día 14 de julio del referido año (véase apéndice número 39). Mas por alguna otra desconocida causa, no la traspasaron de inmediato, empadronándose en este domicilio en 1907. Cuatro años más tarde, o sea, en 1911, el matrimonio con su hija se trasladó a la casa número 12 de la calle de Antonio Luis Carrión, en cuyo domicilio y poco tiempo después, falleció Ignacio. La niña ha desaparecido del hogar materno, sin que haya podido averiguar si falleció o si fue internada en algún centro educativo. Por último, “La Trini” aparece empadronada en la misma calle y número, así: Doña Trinidad Navarro Carrillo, de Málaga, viuda, de cuarenta y nueve años de edad. Señorita Pastora Pabón Cruz “Niña de los Peines”, artista, de ventiséis años de edad, de estado soltera. Lleva residiendo dos años (Yerga, M., pp. 24-25). La Trini sufrió una importante intervención quirúrgica que duraría dos horas, a causa de una parametritis supurada. La operación fue practicada por el célebre médico y cirujano José Gálvez Ginachero, en el Hospital

159

Para redactar este esbozo biográfico usamos las siguientes obras: YERGA LANCHARRO, M., Apuntes y datos... ROJO GUERRERO, G., Cantaores malagueños, en: Historia del Flamenco.

• •
160

Entonces, el término industrial no tenía el mismo significado que posee hoy. Bien podría entenderse que se dedicaba a la hostelería, en la venta que historiamos.
Eusebio Rioja.- Pág.- 187

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 188

Civil de Málaga, el día doce de abril de 1897, operación que seguramente inspiraría una de sus más conocidas Malagueñas: No se borra de mi mente día catorde de abril, porque en ese día me ví a las puertas de la muerte, sólo por quererte a ti. Autora de tres estilos de Malagueñas, La Trini actuó en los cafés cantantes malagueños. En 1890 lo hacía en el Café del Turco, como hemos visto, y en 1896 cantaba en el Café de Chinitas, rodeándose siempre de un halo de prestigio, por la belleza de sus interpretaciones. También hemos visto como alojó en su casa a La Niña de los Peines, durante una época cuando la cantaora sevillana, muy joven, residió en Málaga. Mucho y bueno imaginamos que debió aprender Pastora de Trinidad. Según el cantaor Rafael Pareja, Chacón estuvo con él en San Roque (Cádiz). Hasta entonces, de los cantaores, la supremacía se la repartían “Fosforito” y “Chacón”. En efecto. Fernando el de Triana se haría eco también de esta competencia artística entre ambos: Recuerdo que allá por el año 86, cantaban: Chacón en el café de Silverio, y Fosforito, en el Café del Burrero; y a ruegos de la afición, tuvieron que entenderse las dos Empresas y arreglar los turnos de los dos cantaores, de forma que pudiera el público salir de escuchar a uno y llegar a tiempo de escuchar al otro. ¡Cómo se ponía el trayecto entre la calle Rosario y la calle Tarifa! Verdaderas bandadas de aficionados de todas las clases sociales comentaban lo que acababan de oír, deseando que llegara el momento de escuchar al otro ídolo para después iniciar con verdadero conocimiento crítico la labor realizada por los dos competidores amistosos. Y continúa Pareja: Cuando algún tiempo después vino este último (Chacón)161 conmigo a San Roque y escuchó los cantes de Gayarrito y “La Trini”, arregló el suyo, ajustándolo a lo que había oído y cuando regresamos a Sevilla, acabó el pugilato con “Fosforito” a favor de don Antonio, que se hizo “amo del cante”, especialmente por malagueñas y sólo se hablaba de él162.

161 162

El paréntesis es nuestro.

RONDÓN RODRÍGUEZ, J., Recuerdos y confesiones del cantaor Rafael Pareja, de Triana, pág. 30.

Eusebio Rioja.- Pág.- 188

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 189

Esto debió ocurrir con anterioridad a 1889. En ese año y como hemos visto, Chacón se traslada a Málaga, donde reside por espacio de cuatro años, en amor y compañía de la Marquesita. Y desde luego, a lo largo de tan dilatada estancia, tendría numerosas oportunidades de escuchar a La Trini, y de arreglar sus cantes. Quizás durante estos días de estancia de Pareja en el Campo de Gibraltar, ocurriera la simpática anécdota que narra, entre Paco Botas y El Colorao163, anécdota que sucedió en La Línea (Cádiz), y de la que fue testigo La Trini. Además, proporciona Pareja otro dato que como los anteriores, nos adelanta unos años la cronología cantaora de La Trini. Dice que cantó en el antiguo Café del Burrero, también conocido como Café de la Escalerilla, cuando era propiedad de Manuel el Ecijano. Dicho café, pasó a detentarlo El Ecijano entre 1888, cuando Manuel Ojeda: El Burrero se traslada al nuevo local del número 11 de la calle Sierpes, y entre el año 1897, cuando cerró definitivamente el antiguo Café del Burrero164. La actuación de La Trini en el antiguo Burrero, debió producirse con anterioridad a 1890, año cuando la escucha por primera vez Fernando el de Triana, en el Café del Turco, de Málaga. Incluso, es posible que Chacón la escuchara en 1887, durante sus anteriores estancias en Málaga. En 1887, La Trini tenía 19 años, edad suficiente para dedicarse profesionalmente al cante. En septiembre de 1897 se le tributó un homenaje en el teatro Vital Aza de Madrid, espectáculo que organizaría Juan Breva, seguramente a causa de la forzada inactividad artística –y por lo tanto, de ingresos económicos- que le debió producir la operación. En 1903 canta en distintos locales de Sevilla y en 1917 recibe otro homenaje en el Teatro Novedades, de Málaga.

163

Estando en una ocasión en La Línea de la Concepción “La Trini”, Chacón, “Juan Breva”, “Paco Botas”, “El Colorao”, el guitarrista “Habichuela” y yo, con el entonces Alcalde don Andrés González, gran aficionado y que tenía un café en la Explanada, bromeábamos entre nosotros; y como dijera “El Colorao” que sólo tenía cincuenta y dos años, “Paco Botas”, que lo conocía bien, lo atajó y con mucha solemnidad le dijo: Compare, es usté un embustero porque tiene muchos años más. Y tú, ¿cómo me puedes justificar? Porque “ayé” leí su fe de bautismo –contestó “El Botas”-, que me la encontré en el Arca, y nació “usté” veinte años antes que Calderón de la Barca (Ibidem, pp. 114-115). Ibidem, pág. 235.

-

164

Eusebio Rioja.- Pág.- 189

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 190

Entre los seguidores fieles de los cantes de La Trini, debemos mentar a Paca Aguilera, compañera de Trinidad en algunas actuaciones, como queda documentado y de quien diría Fernando el de Triana: Esta fue la cantadora que mejor imitó a la Trini (gloria del pueblo malagueño y figura gigantesca del cante andaluz); (...) copió el cante de la Trini con tanta exactitud, que en ciertos momentos y detalles de los cantes no le faltaba más que llamarse Trinidad (pág. 160). Así las cosas, a través de sus grabaciones podemos formarnos una idea real del cante de La Trini. Otro conocedor directo y seguidor de su estilo, fue Sebastián Muñoz Beigveder: El Pena, padre. Y otro, Diego Beigveder Morilla: Diego el Perote165, quien cantó numerosas veces en La Venta de la Trini, y la escuchó a menudo: En La Caleta tenía La Trini un ventorrillo, la cantaora ésa tan buena. Allí iba yo de noche a trabajar, que allí es donde uno se podía ventilar una peseta. Había seis o siete ventas. Iban los señores de Málaga a divertirse allí, llamaban a los cantaores... Algunos llevaban mujeres de la vida... (El cante por Malagueñas. Pláticas con Diego el Perote, pág. 12).

165

De las Malagueñas de La Trini, grabadas en discos por Paca Aguilera y por Sebastián el Pena existen reconstrucciones técnicas que permiten una audición aceptable. Recomendamos los siguientes: • Paca Aguilera.- Toítas las noches le rezo y Pensando en ti desvarío, en: Málaga Cantaora. Breve antología. 1850-1950, DCD S-30013, edición del Ayto. de Benalmádena (Málaga) para el XV Congreso Nacional de Actividades Flamencas, 1987. Grabación original realizada en 1911. Sebastián el Pena.- El camino de la vía y Haciendo por olviarte, en: Flamenco. Restauration historique, Flamenco en France, FLAM 9309. Grabación original: ZONOPHONE 552 095 realizada en 1907.

De Diego el Perote se puede encontrar las siguientes grabaciones originales: • No se borra de mi mente, en: Sabor de Málaga, COLUMBIA CCL. 32059 realizada en 1966.

Eusebio Rioja.- Pág.- 190

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 191

Según la descripción vertida por Gustavo García Herrera, en la biografía de José Gálvez Ginachero, La Trini era una mujer de mediana estatura, cabellos rubios con rizado natural; rostro que sin ser bello, posee indiscutible atractivo, acaso por su pequeña boca, nariz respingoncilla y ojos melados. Viste con señalada elegancia, costosos vestidos, que sabe llevar con la distinción de una reina (pág. 26). Pero hubo dos hechos en su vida que le hicieron caer en descrédito. Uno, haber perdido un ojo al precipitarse sobre una navaja, en cuya punta le ofrecía una aceituna su amante El Caracolero, hecho que desmentía rotundamente Diego el Perote: Ya ves si cantaba bien La Trini que venía Chacón a escucharla. Era una cantaora mu buena. Mu buenos ratos hemos echao. Mu simpática. Una señora. No parecía cantaora siquiera. (...) Se quedó tuerta porque el marío le tiró un tenedor y se lo clavó en el ojo, y la dejó tuerta a la pobre. Que es mentira eso de que un querío le saltó un ojo con una navaja, eso es mentira. Qué manera de hablar la gente cosas que no son166 (El cante por Malagueñas. Pláticas con Diego el Perote, pág. 13).

He aquí como Jorge Martín Salazar cuenta este sucedido, en Las malagueñas y los cantes de su entorno, sin citar fuentes: Se ha relatado ya muchas veces la historia de las borrascosas relaciones entre la cantaora y su amante, Agustín el Caracolero, inquietante fugura ésta de chulo brutal y sentimentaloide, aficionado al cuchillo y vanidoso autor de coplas en su mayoría plagiadas, que luego las hacía cantar a su amante. Las turbias relaciones culminaron cuando, tras una de las frecuentes riñas, el Caracolero intentó congraciarse con la Trini ofreciéndole una aceituna pinchada en la punta de su faca; en el forcejeo, el arma tropezó con uno de los ojos de la cantaora dejándola tuerta para los restos (pp. 56-57). También, Rafael Pareja narra el hecho de forma muy parecida. Desde luego, se equivoca cuando dice que la letra No se borra de mi mente / día catorce de abril... debe su composición a este sucedido. Pero continúa: En esta letra aludía al triste suceso que le había ocurrido en esa fecha, con un amigo, a quien ella quería mucho y que jugando le había clavado un tenedor en un ojo, que perdió. Fue un hecho desdichado que tuvo decisiva influencia en su vida artística, pues quizás debido a la pena que le corroía su alma fue perdiendo facultades, apagándose su voz poco a
Eusebio Rioja.- Pág.- 191

166

y una mañana me invitó D. que conmovían profundamente (pág. olvidada por los aficionados. La comida fué espléndida169y servida en aquella magnífica azotea junto al mar. y que a la vez les avisara a los guitarristas Santiago Segovia el Ciego y a Santos Ramos. 41). Un olvido injustificado: Cayetano Muriel “Niño de Cabra”. En este pueblo debió morir La Trini. CALZADO GUTIÉRREZ. para entre los cuatro amenizar una comida que el señor Martínez daba en honor de su íntimo amigo Cayetano Muriel..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. hizo el siguiente relato de una juerga muy especial. véanse: ARIAS ESPEJO. Cantaores malagueños. Cayetano Muriel.. desarrollada en La Venta de La Trini: La última vez que la escuché fué el año 1907.192 Y el otro hecho repelente.. con su magnífico estilo. por lo que con su peculiar estilo entonaba aquella letra: De jamón y longaniza si me diera a escoger yo me iría a la choriza porque me gusta tener la barba muy pringosita.. Eusebio Rioja. que era un encanto. dueño del restaurante La Alegría para que asistiera yo.Pág. haber regentado una casa de prostitución en Antequera (Málaga).192 169 . ¿Será otra de las fábulas mitológicas del Arte Flamenco? La verdad es que tanto una versión como la otra. siquiera.. compañero y admirador de La Trini. en el ventorrillo de la Trini.Pág. Sobre su biografía. • • Según contara Sebastián Muñoz: El Pena al buen aficionado y amigo que fue José Márquez Cabello: Cayetano se ponía “morao” con las cazuelas de longaniza que les preparaba la Trini en su ventorro malagueño y que estaban para chuparse los dedos. resultan bastante artificiosas.? 167 168 Sobre su biografía. Niño de Cabra168.. Cipriano Martínez. G. más al excelente cantador Rafael el Moreno167. F. véase: ROJO GUERRERO.. ni sus documentos de defunción. en fecha desconocida.. poco. en: Los fandangos de Lucena (cantes de viejos oficios. J. ambientes y artistas lucentinos). Fernando el de Triana. Aún no hemos encontrado sus huesos. En esa época cantaba yo en el café Chinitas.. ¿. hasta terminar exhalando tristes lamentos.

193 El vino que se bebía. aquello no fué cantar.193 . se dieron vivas a la Trini. y cantábamos con las de “Ganalón”. Cayetano no se arrancaba. J. a cuya orilla estábamos. para no verte jamás (pp.. un olvido injustificado: Cayetano Muriel “Niño de Cabra”... Carta Blanca. como si se les hubiera dicho: ¡Callarse. no hay para qué decir que tanto Rafael el Moreno como yo sacamos a relucir todos los trapitos de cristianar. (ARIAS ESPEJO. en vista de lo a gusto que veo que están ustedes y que a pesar de eso el homenajeado no dice esta boca es mía. y como el homenajeado es un cantador. Con esta copla nos despidió. pág. como suele decirse. sonaron las guitarras. conmueve el derroche de sentimiento y lirismo que vierte Fernando el de Triana en estos párrafos. 74).Pág.Pág. no me canso de llorar: porque sé que te perdí. si ustedes me lo permiten voy a cantar una coplita. tuvo un arranque de esos que no tienen más que los verdaderos artistas y con la suavidad y dulzura que hablaba aquella virtuosa del cante por malagueñas. de las que le preparaba La Trini? Eusebio Rioja. ni se arrancó una vez siquiera: entonces. perecía recoger sus olas sin el ruido natural de la “reventazón” sobre la playa. 97-98). Se chocaron las copas. fué hacer llorar a más de veinte hombres que con religioso silencio la escuchábamos. porque yo también estoy muy a gusto en la reunión y no puedo demostrarlo de otra manera. en un momento en que estaba entre nosotros Trinidad.. dijo: -Señores. así es que las guitarras sonaban a gloria. y hasta el mar.. como acabamos de comprobar. yo. ¡pero ni por esas!. Desde luego. dirigiéndose a la reunión. que va a cantar la Trini! ¡Las olas callaron y la Trini cantó! Es decir. También hubo juergas excelentes en La Caleta. la que según mi opinión. ha sido la mejor cantadora de malagueñas conocida hasta hoy: Cuando me pongo a pensar lo lejos que estoy de ti.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. ¿Quién sabe si aquella comida espléndida fue una cazuela de longaniza.

. al primer capacho no se las quito nunca.. Eusebio Rioja.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Y le dice el de Álora: ¿Quiere usté un par e pesetas y me como unas sardinitas de ésas? Por muchas que se comiera. Pláticas con Diego el Perote. y quizás de su propia invención. no le quita usté las cabezas ni ná? No..Pág.194 Diego el Perote solía contar un chascarrillo de inocente gracia. los capachos. pág. 13). cabezas y tó.. y llegó un pescaó con un burro con dos capachos cargaos de sardinas.Pág. Pero empezó a comé sardinas. ¡¡¡Arre!!! (El cante por Malagueñas. que se va a comé este tío las sardinas. que ubicaba a las puertas de La Venta de La Trini: A la venta de La Trini llegó una vez uno de Álora. se podía comer un cuarto kilo. Pos arre. el borrico y a mí y tó. Y le dice el pescaó: ¿Pero hombre. y venga a comé sardinas.194 .

Desde luego. Yo hago un cante por Soleá de La Juanaca que no hace nadie. a los tiempos del legendario Lorente. Y no nos extraña. Cantaor referido por los viajeros de mediados del siglo XIX y por los carteles anunciadores de los mentados espectáculos. La Trini ponía en traspaso la venta. no era nada cómodo regentar una venta en La Caleta. sobre todo cuando le tocaba el turno a Fernanda Antúnez. El traspaso de la venta podría ser el primer tramo a subir. Y su cante no se perdió. y hacía de éstos una verdadera creación. para ir apartándola del mundo artístico del Flamenco. Puede que fuera una estratagema del marido de Trinidad.Pág.Pág. En estos dos sistemas fue verdadero fenómeno. y cuando el Arte Flamenco estaba gestándose. Lo recogió La Juanaca.195 LA VENTA DE JOSELITO Según contaba Diego el Perote. calculado por Ignacio. sin dejar de tocar y siempre lo hacía en el número de Fernanda (pág. La Venta de La Trini fue ocupada cuando ella la dejó. Hemos visto como en 1905. veterana cantaora también biografiada por Fernando el de Triana. entonces. como hemos visto. con la guitarra a la espalda.. Este número solía terminarlo acompañada del gran maestro Pérez. Transcribimos las siguientes líneas de Arte y artistas flamencos: Formidable cantadora de alegrías para bailar. dada la dinámica que funcionaba en ellas. por Joselito. 68). que a la vez de gran guitarrista bailaba.195 . Pero donde estaba sencillamente colosal era cuando cantaba para bailar. cantaor asiduo de los espectáculos que ofrecían las academias de baile sevillanas. que como era una bailadora extraordinaria. Prefería los cantes por soleares de Lorente.. extraordinario era el cante que necesitaba para su baile.. de quien lo aprendió Diego el Perote: La Juanaca cantaba mu bien por Soleá. Joselito era hijo de La Juanaca. dos años después de casarse. y cantes por soleares.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. muy en entredicho. cuando aún no se habían inventado los cafés cantantes. y muy conflictivo. ni lo saben: Eusebio Rioja.. Pues se remonta aquí Fernando con la voz de La Juanaca.

por mor de su truculencia: Y algo misterioso y subyugante tenía el cante de Pastora Pavón. buscando. no aparece. continúa con Diego el Perote y llega a sus alumnos. vengan penas y fatigas que aquí está la madre de ellas (pág. Lástima que cuando convivimos a diario con Diego.. al gitano perdido.Pág. Corrió la manzanilla a torrentes y “la Niña” cantó aquella noche haciendo alardes de sus facultades. tendido de través entre los raíles del ferrocarril suburbano. embelesados. dicha Soleá pasó a los discípulos de Diego el Perote. a través de su enseñanza. escuchaban a Pastora cuando ella hacía oír su voz. descubre. En cierta ocasión tuvo en la venta de Joselito una “juerga” sonada. estilo y salero. Y ellos sí que están vivitos y cantando. De todos modos. para que nos contara lo que transcribimos en El cante por Malagueñas. y buscando. no tuvimos la oportunidad de grabarle este cante..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.196 . Podemos afirmar que en Málaga no se ha perdido la Soleá de Lorente. También bailaron unos gitanos con el más puro estilo “cañí” y. 13). Hasta qué punto enajenaban aquellos trinos puede calibrarse por la siguiente y verídica anécdota. Alguien sale de la venta por el lado de la playa. En La Venta de Joselito. Inútilmente se le busca por todas las dependencias y... Algo difícil de explicar con palabras y que sólo los que tuvieron la fortuna de oírla pudieron experimentar con arrobo y que en el subconciente pervive a través de los años. sitúa Gustavo García Herrera un sucedido que llega a ser gracioso. No comprendes que puede venir un tren y hacerte papilla? Eusebio Rioja.Pág. nada. A él se dirige y le increpa: ¿Qué haces ahí “asaúra”.196 Pena sobre pena. por vía del itinere que principia La Juanaca. En un descanso del “trajín” se echa de menos uno de los más destacados “faraones”.

ya no tengo nada que hacer en este “aperreao” mundo! Imaginamos que ningún participante de la reunión. En 1928. hecho que denuncia en comisaría (véase apéndice número 40).Pág. expresa el domicilio correcto de la venta entonces: Bellavista. Legajo 4523. así como el del establecimiento donde se dedicaba a la venta de vinos y aguardientes: Avenida del Pintor Sorolla (Torre de San Telmo).Pág. Francisco García Luitado. 170 Archivo Municipal de Málaga. y sólo acierta a responder: ¡Después de oír cantar esta noche a la Niña..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. no sólo no le pagan. establecimiento cercano que también podía ser otra venta. expediente 21. Unos individuos lo contratan para una juerga en la Venta de Joselito. un tocaor llamado Manuel Pasos Gallego: El Cantares es víctima de otra broma pesada. y al final. lo dejaría conducir aquella noche. Eusebio Rioja. No pasaría mucho tiempo cuando encontramos que Joselito había traspasado su venta.. el nuevo inquilino. nº 12.197 . En la solicitud.. algo turbado por los vapores del vino. sino que le rompen la guitarra. nº 134170. que le conceda permiso de reapertura. el 20 de octubre de 1930..197 El “calé” se incorpora. solicita al Alcalde de la Ciudad.

si no hubiesen participado en ella La Niña de los Peines.198 .198 ANTONIO MARTÍN En realidad. Como era de esperar. Por una lógica asociación de ideas se acuerda de una artista que años antes conociera en Madrid y de cuyo cante quedó prendado. pero que.. Su emplazamiento se encuentra en La Malagueta. y Arturo Rubinstein. Pregunta: ¿Está en Málaga la “Niña de los Peines”?. más próximo al centro urbano malagueño que La Caleta. en La Caleta. el éxito fue imponderable. ni está. a la venta de la Malagueta se encamina.¡Pues yo no me marcho de Málaga sin saludarla! Y dicho y hecho. a cargo del ya famoso artista don Arturo Rubinstein.Pág. Y tampoco creemos que poseyera el ambiente flamenco de los ventorrillos caleteños. barrio marinero antiguamente... Pero serían juergas más sosegadas y familiares. Se hacen averiguaciones y viene en conocimiento de que Pastora Pavón se encuentra en su tierra. Fueron el 22 y 24 de enero y en el último de ellos dedicó toda la segunda parte al glorioso compositor español Isaac Albéniz. . No tendría más interés.. La categoría artística de ambos. fue narrada por Gustavo García Herrera en su libro Más cosas de Málaga. está con unos amigos festejando un bautizo en el ventorrillo de Antonio Martín. con una terraza en la planta baja. Le acompañan varios amigos. Antonio Martín no estaba. precisamente esa noche. Eusebio Rioja. como autoinvitado.Pág. su maravillosa ejecución y capacidad interpretativa le hicieron presentar un Albéniz con toda la fuerza emocional y sentimiento que pusiera el compositor al escribir las partituras. nos llevan a reproducir estos párrafos de la obra mentada: Allá por el año 1917 se celebraron en la Sociedad Filarmónica dos conciertos de piano. Por aquel entonces Antonio Martín sólo disponía de una construcción de maderas. Una de ellas. Sale don Arturo de la Filarmónica vibrando su alma a los compases de la españolísima música. como protagonista. aunque hubiese en este merendero juergas flamencas.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.

199 frente al mar. al tiempo que baila con taconeo inimitable: “En una cierta reunión Se dio una comida un día. Única fruta que había. El donaire de Pastora. Rubinstein se siente cada vez más andaluz. Corre el vino. Siguen malagueñas. y todo aderezado por el chispeante gracejo de Pastora Pavón. se hace un mudo silencio. dicho con el ángel y estilo que sólo ella poseía. soleares. Sube Rubinstein hasta la puerta del mirador y escruta tras los cristales. se acuerda de Albéniz y de la escena que está viviendo y piensa cuán Eusebio Rioja. Suenan las guitarras. En la pesquisa. por su ensortijado cabello). No se atreve a abrir pues es mucha la gente que hay. y se arranca “La Niña de los Peines” con un tanguillo. Recibido con extrema cordialidad. la incongruencia de la copla y el inimitable estilo con que fue cantada. Allí se partió un melón. Abre la puerta Pastora y al identificar al visitante exclama: “Madre de mi arma” pero si es “cabecita de carambuco” (así le llamaba la Niña.Pág. todo el interminable repertorio de aquella insuperable artista. que estoy de luto y no puedo comer fruta colorada”. que aquí toos son amigos y de los de “chipén”. a él se dirige. descubre a la “Niña de los Peines” que extrañada de ver un señor curioso tras los cristales.199 . etc. casi religiosos. encristalado.. se premia con unánime ovación y toda clase de requiebros. que tenía acceso por una pina escalera.. Pasa. y ninguna cara conocida suya. casi de barco. no tarda Rubinstein en considerarse una más de la fiesta.. Pronto queda enterado don Arturo que se celebra el bautizo del primogénito de un célebre matador de toros malagueño: el renombrado estoqueador Paco Madrid. fandangos..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. rebosa la alegría y el optimismo. y un amplio mirador.. “sentrañas mías”. Partí yo de mi “asandía” Y le ofrecí a una casada Que me dijo avergonzada: Calle por Dios.Pág. caballero.

Pastorita. Recuerdos de La Caleta.200 maravillosa sinfonía se pudiera escribir con trinos del flamenco. eso no era traducible al pentágrama. algo que pueda llevar yo al pentagrama. Eusebio Rioja.200 . Al fin desiste de su empeño. le eran fáciles de captar. y Carmen “la Portuguesa” lo tiene p’acá y p’allá. no es posible traducir al pentagrama. pero las modulaciones que las notas sufrían al pasar por la garganta de la Niña. Pero conociéndolas. envueltos los trinos en aquel embrujo que sólo ella poseía. Se acomoda el guitarrista.. los pelos de la cabeza”. y llevará aún clavadas en el corazón los trinos de aquel gracioso e imponderable ruiseñor171. Pero ni las de La Niña. ni las de ningún otro cantaor. las modulaciones que las notas sufrían al pasar por la garganta de la Niña. pero modulada por su garganta prodigiosa.Pág. el son de la copla sí..Pastorita. No se hace de rogar la flamenca. cuanto menos. Desde luego.Pág. una y otra vez deja sentir las estrofas de la copla. nos parecería asombroso lo narrado. ni las de ningún otro 171 GARCÍA HERRERA.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. pero a bien seguro que el genial pianista conservaría recuerdo imborrable de aquella noche.... Don Arturo. 47- 51.. De no conocer la música y sus técnicas de transcripción. canta algo para mí solo.. el pelillo echao p’atrás.¡Eso es lo que yo quería! Cántalo otra vez. papel pautado en mano. Llama a la Niña y le dice: ... G.. Pero en vano. intenta con un lápiz traducir al papel de música los graciosos quiebros e inflexiones maravillosas que Pastora ponía en su cante.. pp. Más cosas de Málaga. nos parece ingenuo. . Las notas de la guitarra. Pastora se dispone y dice: .¿Por fandanguillos! –y se arranca con la copla: “El pelillo echao p’atrás todas las mujeres tienen.

Pág. seguro.. su amistad con Rubinstein y la insólita presencia de ambos en un bautizo celebrado en el merendero Antonio Martín.Pág. lo sabía muy bien. Aún no se ha inventado ningún sistema de notación musical.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. sea del género que sea. Y Rubinstein. el relato nos sirve para confirmar la vinculación de Pastora con Málaga y los malagueños.. como magnífico músico que era. que pueda escribir la expresión. De todos modos.201 cantante.201 . Alguna otra pretensión tendría... Eusebio Rioja.

finalizar el estudio realizado sin presentar unas conclusiones que. en otros casos. De todos modos. con el Arte Flamenco.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. se debe a participar plenamente en su concepto y formas de la estética artística del coetáneo Romanticismo. se pone de moda con tal poderío. el Arte Flamenco se encuentra perfectamente definido. diríamos.. que puedan elevar a definitivas y erga omnes nuestras conclusiones. demanda y costea. funcionando a modo de foros artísticos y de ágoras de aficionados. Repetimos que actualmente. El exahustivo rastrillado o peinado de la prensa malagueña del período que nos ocupa. nos vemos imposiblitados para realizar la labor de investigación y recopilación de noticias y datos históricos. Cafés concebidos como salas de tertulias.202 A MODO DE CONCLUSIONES La provisionalidad que denuncia el título de esta sección.202 . cafés teatro o cafés cantantes. artistas profesionalizados. según su género. A partir de la mitad del siglo XIX. que llega a convertirse en todo un fenómeno social. en sus locales. Eusebio Rioja. donde esporádica y puntualmente. La época de esplendor del Arte Flamenco que se iniciaba.. se convertía en seña de identidad del café... a la vista del material analizado. llegando algunos a instalar auténticos teatros de reducidas dimensiones. y público que lo sigue. con la referida estética y por lo tanto. así como a encontrar una base social que se identifica en sus gustos artísticos preferentes. que igualmente se erigirían en otro fenómeno social. sobre la séptima década del siglo. Pero apelamos al sentido aproximativo del subtítulo general de este trabajo.Pág. disfruta.Pág. Surgen así los cafés concierto. no nos parece correcto –honesto. En muy poco tiempo. denominación sustantiva y precisa. La explicación de este sorprendente y rápido triunfo del Arte Flamenco. movimiento triunfante por entonces. con características propias indelebles y genuinas. se ofrecía funciones artísticas en unos casos. Con el actual estado de la cuestión. Esta carencia es causa principal de nuestras reservas. resulten fiables hic et nunc. vayamos pues a ellas. viene correspondida y justificada por idéntica provisionalidad de su objeto. coincide en el tiempo con el auge de los cafés. se vuelve una necesidad fundamental que padecemos. y donde el desarrollo más o menos frecuente de las mismas.

otros espacios netamente flamencos: las ventas de La Caleta. además. es extremadamente alto. y en Madrid principalmente. protagonizar dichas programaciones con tal intensidad y frecuencia. La antigüedad de los cafés cantantes malagueños puede considerarse iniciada sobre 1860. Como hemos escrito. Eusebio Rioja..203 El Arte Flamenco encuentra en los cafés cantantes unos espacios idóneos para la programación de sus espectáculos172. logrando en algunos. acentúa su carácter pequeño-burgués. aunque la valoración cualitativa de ésta supere en ocasiones a aquella. con el nombre de Salón Royal. sin detentar carácter de espectáculo. Por ello.Pág. ya reciclado en cabaret. el Arte Flamenco no era más que acompañamiento o pretexto de otros fines lúdicos. Los cafés cantantes flamencos de Málaga. el número de cafés con programación más o menos regular de espectáculos flamencos. En 1861.. presentaba suficiente dinamización y tolerancia como para permitir el flujo y la promiscuidad social en estos lugares. su primer propietario quien lo usaba privadamente. debió abrirse al público el Café de Chinitas. con identidad flamenca. ferias y tabernas fundamentalmente.203 . contrapuesto al de mera actividad espontánea e imprevisible. en las proximidades de las regiones murciana y extremeña. encontramos las primeras noticias de la existencia del Café del Sevillano.. En el mismo período. el más flamenco de Málaga. donde coincide con una era de esplendor económico de categoría histórica. 172 Usamos el término espectáculo en el sentido de actuación artística formal y programada. Y por entonces. abandonada la ciudad por Antonio María Álvarez. barrios donde la ejecución de Arte Flamenco se concentraría en fiestas. sino de juergas privadas donde en muchas ocasiones. la actividad flamenca no poseería carácter de espectáculo público. seguida en toda Andalucía. La sociedad malagueña de la segunda mitad del XIX y primeras décadas del XIX. sin que encontremos ninguno establecido en los barrios periféricos o suburbanos. Esta disposición tan céntrica de los cafés cantantes malacitanos. clausura ocurrida en 1941. Málaga era una de las primeras capitales españolas del ludus dilectanti. se asientan en un espacio urbano exclusivamente céntrico. Aquí. Esta dinámica. Este café sería el último en cerrarse.Pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. aunque habitualmente se viesen frecuentados por clases sociales populares. que llegaron a convertirlos en espacios propios. posee unas connotaciones singulares en la ciudad de Málaga. lo que determinaría una alta demanda de espacios lúdicos de diversas características. surgen en un determinado y exclusivo sector periférico de la ciudad..

existió en el centro de la ciudad un alto número de cafés cantantes que listaron en sus salones espectáculos flamencos. predominaron los cafés de lujosas instalaciones. otro alto número de ventas en La Caleta. Con posterioridad. bien malagueños.. Su desaparición como sedes flamencas. nos reafirmamos en la opinión de que a lo largo de aquel tiempo. Eusebio Rioja. la ciudad de Málaga fue una de las ciudades andaluzas. como el juego. las borracheras. entre las fechas aproximadas de 1860 y 1930..Pág. donde la actividad flamenca se puede considerar prácticamente diaria. Y a la vez. al precio de las obligatorias consumiciones. Como resulta obvio.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. A la vista de todo ello. y con intervenciones de artistas considerados primeras figuras del Arte Flamenco. Eran cafés de mayor asequibilidad económica y donde se permitía otras actividades marginales.. las largas estancias malagueñas de Paco el Bisté. cundo se urbaniza la zona. se produjo sobre los años veinte del vigésimo siglo. en el trazado del camino de Casabermeja. para pasar por último a las del camino de El Colmenar. y generalmente en convivencia con actuaciones de otros géneros. etc. en unos momentos y otros de sus historias particulares. la actividad flamenca en las ventas se trasladaría a las de Ciudad Jardín. seleccionando y discriminando de este modo la clientela. Paco Lucena. las apuestas. Recordemos por ejemplo. el proxenetismo. y bien los residentes en Málaga. la prostitución.Pág. El ambiente y la calidad de los espectáculos flamencos de los cafés y de las ventas. decrépitos y sórdidos..204 . hubo cafés-antros paupérimos. Además. donde se registró mayor cantidad y calidad de actividad flamenca profesionalizada.204 Las ventas de La Caleta cobran esplendor a partir de 1880. Pastora Pavón: La Niña de los Peines o de Antonio Chacón. Así. donde la canalla y la delincuencia convivían con los profesionales flamencos peor situados en el escalafón artístico. con mayor o menor cotidianeidad y protagonismo. bien forasteros. correspondió a la categoría de los establecimientos y por lo tanto. Fernando el de Triana.

flauta.. y con una fuerza Eusebio Rioja. ¡ay de mí! ¡quién pudiera espresar las dulces impresiones que esta música produce en el sensible corazón del caminante! La Rondeña. cuyos acordes y sentidos tonos. y que posee los documentos de este autor. También damos al final. El vaciado periodístico que debe hacerse. manzana 37. profesor de música. que hemos hallado en la prensa malagueña y vienen al objeto del presente estudio.... Juan Biosca.J. en el archivo que lleva su nombre... lejos de interrumpir la armonía de la escena grandiosa parece que la acompañan. dos borradores de artículos que hemos encontrado manuscritos. en que el pecho ecsala un suspiro y la naturaleza le comprende.205 APÉNDICES Transcribimos de seguido las noticias y escritos de carácter flamenco. nº 44. Repetimos que sólo es una cata. D.205 ..Tomo 1º. ofrece al público dar lecciones de piano. clarinete y guitarra.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta..M.. Bremon.El Guadalhorce. semeja que arrulla los sueños de un amor inconsciente. se oye a lo lejos el confuso sonido de la Rondeña.Pág. cuando la luna esparce en el horizonte una tinta vaga y melancólica..Boletín Oficial de la Provincia de Málaga. aún está por realizar. Vive esquina de la fonda de los tres reyes número 7. * * * 1) 8-IX-1833. Quizás sirvan estos mimbres para algo..Pág. inéditos y redactados por Narciso Díaz de Escobar. a veces lánguida y como abandonada a un instinto. 2) 9-VI-1839. si en esta hora misteriosa en que la imaginación parece abierta a las inspiraciones de una poesía tierna y sublime.. LA RONDEÑA Si en medio del silencio magestuoso de una noche de otoño el desconocido viagero atraviesa los solitarios campos de Andalucía. en que el alma se embriaga con recuerdos de amor. y el aire embalsamado apenas mueve las ramas de los olivos.

sin estudio. agitáronse los brazos. allá voy yo. y como si adquiriese la facultad de hablar. y recostados sobre los poyos que decoran su entrada.Revista Pintoresca de El Avisador Malagueño.206 verdaderamente magnética cierra nuestros párpados.. La melodía corre entonces por sí solo.. pero la Rondeña española. y dobláronse los cuerpos de los ocho bailarines al empezar el paseo del baile. se detiene a la hora del reposo en el solitario cortijo.Pág. tiene por autor el pueblo en que nací..Pág. sonaron las castañuelas.. órgano fiel de las sensaciones que le suceden en un corazón agitado. (¿Salvador Casilari?). entregada a la vehemencia de la inspiración.. meciéndonos en una nube de celestes ilusiones. escitan nuestro interés y se acomodan a todas las inteligencias. allí las protestas.C. porque aquellos sonidos tan naturales.S. Cuatro parejas salieron en medio de la sala. acompaña sus lágrimas de letargo. tan sentidos. Que cual ellos no hay valientes Eusebio Rioja. Un momento de entusiasmo de Rouget de l’Isle dio a la Francia la Marsellesa: del genio de Jacobo I y sus imitadores salieron las baladas de Escocia. sin arte.Nº 27. remedan esos diálogos apasionados que forman la ventura ideal de los amantes y revelan a cada cual el eco de aquella voz que resuena de contínuo en el fondo de su pecho. Y con voz clara y sonora cantó la siguiente copla: A competí con mi gente Nadie en el mundo se ponga.. veloz. se anima en las rápidas detonaciones del punteado.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Bien po la gente é garbo! Esclamó el señó Juan... 3) 4-VII-1847. recobrando la viveza original de su país. como las barquerolas de Venecia.) Al punto las guitarras despidieron de sus cuerdas los alegres sonidos del fandango. oye vibrar los acentos de esta música simpática? Porque la Rondeña entonces llena de sublime melancolía parece que siente los dolores del amante desconsolado.. COSTUMBRES ANDALUZAS (. allí las tiernas quejas con las modulaciones de una voz humana desigual. con cuanta pasión. tomaron posición. -¿Quién no se ha sentido arrebatar por este encanto si dando treguas a las fatigas de un viage..206 . Y habla en efecto al alma. espera las amorosas pláticas de que tantas veces han sido testigos las rejas celosas de Andalucía! Allí los juramentos. con cuanta verdad.

. D... grabador de quien se ha servido dicho Franza durante su permanencia en esta ciudad para desempeñar algunas de las obras que le han sido encomendadas. guitarra.) Nuevas parejas habían reemplazado a las primeras.El Avisador Malagueño.Este cuelpo. compadre. . Mensuales en su casa y 30 a domicilio. Vive calle de los Gigantes. Que se va el tiempo! . clarinete y piano..207 Ni cual ellas hay grasiosas.Está ocupá la plasa. José Gallardo del Pino. Antonio López.Vaya a vé ese bolero.Alma é los dos... pues la Berroqueña pidió en voz alta que tocaran el bolero. constestó “Centella”. si osté no se ijusta.. num.. Carlos Franza de esta capital.Pág. cuando se presentó en la puerta de la sala el “Lobo”. (.) 4) 12-II-1854. . 13 5) 4-V-1854. po acá se resibe toó. aquí estoy yo pa acompañarla. y ya iban a empezar a bailar la cachucha. . y otros tres o cuatro mozos del barrio. profesor de música.Pos vaya en grasia! Dijo el “Lobo” tomando una guitarra y empezando a tocar.207 . .... al precio módico de 20 rs. dijo “Centella” poniéndose en pié.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. Juan para dar otro rumbo a la conversación. (. da lecciones de violín. .El Avisador Malagueño. Eusebio Rioja.El que usté quiera que sople. se ha encargado de su taller de grabados D.¿Qué aire corre esta noche? . almasén de grasia! Saltó el Sr. . (.Pág. flauta. Por ausencia de D. prenda? Preguntó el “Lobo”. canto.) En breve se supo.¿Quién bailayo.

con motivo de la demolición de dicho edificio. Se nos dice que el conocido guitarrista Don Julián Arcas tiene decidido dar una serie de conciertos en el teatro del Café Suizo. frente del Postigo de Arance. Los señores que tengan a bien oir su gran habilidad..208 El referido taller. 6) 9-VII-1854. donde Gallardo ofrece sus servicios al público.El Avisador Malagueño.. que empezarán hoy domingo a las ocho de la noche. 56. mensuales en su casa. D.208 . Acaba de llegar a esta ciudad D. Antonio Marín (ciego) uno de los grandes profesores de guitarra de Europa. a los precios módicos de 20rs. piano. Hemos tenido el gusto de oír sus arreglos y composiciones recientes que son dignas de la justa nombradía de que goza este artista. podrán presentarse en la posada de la Esperanza. guitarra.. y en los que por deferencia a tan distinguido artista. Antonio Ruiz. sita en calle de Cisneros.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. siendo más de estimar al ejecutarse en el árido y difícil instrumento que tan bien maneja el Sr.El Avisador Malagueño. situado hasta ahora en el ex-convento de las Agustinas. Vive calle de Gigantes nº 13 7) 15-VIII-1854. Eusebio Rioja.Pág.Pág. número 38. clarinete y flauta. TEATRO DEL RECREO Café Suizo Don Julián Arcas profesor de guitarra de paso en esta ciudad.El Avisador Malagueño. y 30 a domicilio. Arcas. da lecciones de violín.. siguiéndose los demás en los días que se anunciarán anticipadamente. 8) 17-IV-1870. canto.... profesor de música. se ha trasladado a Carretería. tiene la satisfacción de anunciar a su respetable e ilustrado público una serie de brillantes y amenos conciertos que darán principio el Domingo de Pascua. contigua a Carnecerías. num.

Los Panaderos. 4º.. arreglo del Sr..Tango burlesco. Arcas. Arcas.209 . 2º. como a continuación se espresa: PRIMER CONCIERTO Parte primera 1º. y además ejecutará una de ellas con sólo la mano izquierda. 3º.. La jota aragonesa.Pág..Gran sinfonía de Semiramide. por el referido profesor.Grandes variaciones sobre un tema del "Pirata". 2º. 2º.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Segunda parte 1º. imitando varios instrumentos.. 2º.Miserere de la ópera "Il Trovattore". Segunda parte 1º. 3º..El lindo motivo andaluz. señor general Don Narciso de Ameller. 4º.Marcha fúnebre del célebre Thalberg. arreglo del Sr. y el orden de los dos primeros correspondientes a el 17 y 18 de Abril.. 3º y último.Fantasía sobre motivos de "Marina" del mismo.. SEGUNDO CONCIERTO Parte primera 1º..209 tomará parte alternativamente un aficionado ejecutando piezas escogidas al piano..Fantasía sobre motivos de "Traviata".El célebre Wals del beso.. Eusebio Rioja..Batalla dedicada al Excmo....Cuarteto y motivos de la ópera "Rigoletto".Bolero de "Los diamantes de la corona"..Pág. Los programas de los conciertos serán variados.

La Jota Aragonesa. 9) 19-IV-1870. que en la noche del domingo demostró de nuevo cuán merecida es la reputación de que goza. Arcas numerosos y nutridos aplausos en la ejecución de la "Batalla".. General Don Narciso Atmeller. Parte primera 1º. * TEATRO DEL RECREO Café Suizo Tercer concierto para hoy 22 de Abril. 2º.. debiendo tener lugar esta noche.Pág.210 . arrancando el Sr. dedicada al Excmo.Capricho polka. 4º..210 3º y último. 2º.Variaciones sobre un tema tirolés.Pág.Tanda de walses. Sr.Escena y aria final de Lucía. Una numerosa concurrencia llenaba los salones de dicho café.. por el referido profesor. como se dice en el anuncio que insertamos en su lugar respectivo. 3º y último.El Avisador Malagueño. El domingo por la noche tuvo lugar en el Café Suizo el primer concierto de los que dará en esta ciudad el profesor de guitarra Don Julián Arcas.. 3º.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. La Gallegada. La Rondeña. Eusebio Rioja.. Segunda parte 1º... Por indisposición de dicho artista se suspendió el segundo concierto que tenía anunciado para la noche del Lunes.. por el profesor de guitarra Don Julián Arcas..Gran sinfonía de NORMA..

3º y último..El Avisador Malagueño.Pág. 12) 27-IV-1870... * TEATRO DEL RECREO Café Suizo Cuarto y último concierto para hoy 24 de Abril.211 10) 24-IV-1870... El conocido profesor de guitarra Don Julián de Arcas dió anteanoche su cuarto y último concierto en el teatro del Recreo. Teatro del Recreo.La Soleá y motivos andaluces..Gran sinfonía de SEMIRAMIDE. 4º. 3º. dará el 5º el viernes 29 del actual.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Arcas por sus numerosos amigos para que continuase la serie de sus conciertos. Anoche tuvo lugar en el Teatro del Recreo el tercer concierto dado por el profesor de guitarra Don Julián de Arcas. Sentimos que la estancia del Sr. Arcas en esta ciudad haya sido tan breve.Variaciones sobre el gracioso tema popular nombrado "Punto de la Habana".El Avisador Malagueño..El Avisador Malagueño..Bolero de la ópera VISPERAS SICILIANAS.211 . en el que en obsequio a su ilustre Eusebio Rioja.. 2º.. el cual demostró de nuevo sus conocimientos en el difícil instrumento a que se ha dedicado. 2º. Segunda parte 1º.. Se nos dice que instado el célebre guitarrista Sr..Recuerdo de Bellini y Donizetti (fantasía). Parte primera 1º. por el profesor de guitarra Don Julián Arcas.Pág..El Carnaval de Venecia.Reverie.. 11) 26-IV-1870.

por el Sr. LA JUANITA y la cencerrada de la zarzuela LLAMADA Y TROPA.212 maestro tomará parte D.. TEATRO DEL RECREO Café Suizo Quinto concierto de guitarra por el profesor Don Julián Arcas.Pág.212 . Grandes variaciones dedicadas a Lord Robert Clinton. Don José de Cobo.. Terminando con LA BATALLA DE ALCOLEA. José de Cobo. Arcas. Nos alegramos de ver confirmada esta noticia... Eusebio Rioja. debido a su amabilidad que tanto le distingue y en obsequio a su ilustre maestro.El Avisador Malagueño. PROGRAMA Primera parte Fantasía de la ópera UN BALLO IN MASCHERA por el Sr. tomará parte en una brillante fantasía a dos guitarras. Arcas. Bolero de la zarzuela EL POSTILLON DE LA RIOJA y otros del Sr.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. tocando a dos guitarras una preciosa melodía alemana.Pág. Segunda parte GRAN DUO de guitarras sobre un tema alemán. 13) 29-IV-1870. por los señores Cobo y Arcas. Terceto de la zarzuela UNA VIEJA.. Los intermedios serán amenizados con escogidas piezas ejecutadas al piano. por el mismo. Arcas.

Don José de Cobo en obsequio a su eminente maestro y a ruego de varios aficionados ha tenido la bondad de ofrecerse a tocar en el preciosísimo y sorprendente dúo que en el anterior concierto fue la admiración del inteligente concurso. A ruego de muchos de sus amigos. Lo lluvioso de la noche fue sin duda la causa de que no hubiera la concurrencia que en los anteriores..Pág.El Avisador Malagueño. CONCIERTO. Eusebio Rioja. se nos dice que el Sr.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. si bien las personas que asistieron aplaudieron repetidas veces al artista. Los intermedios serán amenizados con escojidas piezas de música ejecutadas al piano.Pág..213 ..213 14) 1-V-1870.. Anteanoche dió en el teatro del "Recreo" su quinto concierto el profesor de guitarra Don Julián de Arcas.. * TEATRO DEL RECREO Café Suizo Sexto y último concierto de guitarra por el profesor Don Julián Arcas. Arcas se despedirá de esta ilustre población con el concierto que tendrá lugar en la noche del lunes 2 de Mayo. Con el objeto de corresponder a los deseos de numerosas familias que por causa de la repetida lluvia del viernes no pudieron concurrir al último concierto de este singular artista y a instancia de sus muchos amigos el Sr. Arcas dará otro concierto en la noche de mañana.

La concurrencia fue bastante numerosa en dicha noche en el teatro del Recreo... * Eusebio Rioja.214 .Marcha fúnebre del célebre Thalberg a petición de varios aficionados por el Sr..214 PROGRAMA Primera parte 1º. en el que tomó parte el Sr.Fantasía sobre motivos de la zarzuela Marina. Anteanoche tuvo lugar en el teatro del Recreo el último concierto del profesor de guitarra Don Julián Arcas. 15) 3-V-1870. Ambos artistas fueron muy aplaudidos.. Arcas. 4º. Arcas por numerosas personas entusiastas de su habilidad y maestría en la guitarra..Tango burlesco por el mismo.Gran dúo de guitarras sobre un tema alemán por los Sres. 3º. Cobo...Pág. Arcas..El Avisador Malagueño..Grandes variaciones sobre un tema del Pirata con imitaciones por el Sr. cuyo programa insertamos en su lugar. CONCIERTO. 16) 6-V-1870. Las repetidas instancias hechas al Sr.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Segunda parte 1º.Pág.. discípulo del Sr.Sinfonía de Norma por el Sr. 2º. Cobo y Arcas. nos dicen que han conseguido de dicho señor decidirlo a dar otro concierto que se verificará esta noche en el Teatro del Recreo.El Avisador Malagueño. Celebramos que con este motivo tenga el público el gusto de oir una vez más las magníficas composiciones y arreglos de este eminente compositor.. 2º. 3º y último la célebre Jota aragonesa. OTRO CONCIERTO. Arcas. y entre ellas muchos abonados del Teatro. Arcas y en obsequio de éste.. por el mismo. en particular en el "Gran Dúo" sobre un tema alemán.

Arcas y su discípulo el Sr. compuesta y egecutada por el Sr... Improvisación sobre motivos andaluces. La concurrencia fue muy numerosa. Carnabal de Venecia.215 TEATRO DEL RECREO Café Suizo Séptimo concierto.. Don José de Cobo.Pág. Los intermedios serán amenizados con escogidas piezas de música egecutadas al piano. por el profesor de guitarra Don Julián Arcas en el que toma parte por deferencias a su maestro. Anteanoche tuvo lugar en el teatro del "Recreo" el concierto del profesor de guitarra Don Julián Arcas.. PROGRAMA Primera parte Sinfonía sobre motivos de la ópera TRAVIATA. Eusebio Rioja. siendo muy aplaudido repetidas veces el Sr.El Avisador Malagueño. Cobo y Arcas. Cobo que también tomó parte en dicho concierto..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. 17) 8-V-1870. Arcas. Varias piezas de sociedad. Gran sinfonía de la ópera SEMIRAMIDE Terminando con la Batalla de Alcolea. que anunciamos oportunamente. Segunda parte Sinfonía de la ópera NORMA a dos guitarras por los Sres.215 . CONCIERTO. para hoy viernes 6.Pág.

dulce. 19) 13-VIII-1878.Nº 2. bronca y desentonada voz divierten a los borrachos. La misma dificultad que ofrecen estos cantos es causa de que corran adulterados generalmente.. melodiosa.. El Sr.... podrán ser todo lo andaluces que ellos quieran. Seguro está que las lumbreras de la ciencia.-Rafael Gutiérrez. Esos “Cantaores Flamencos” de taberna que con aguardientosa. CANTOS POPULARES Coja usted el “guitarro” en uno de esos momentos que la desidia nos come y punteando un “medio polo” o unas “jaberas” de sentimiento.Ecos del Guadalevín (Ronda).El Martes. las neas inclusive.216 ..Pág.. GIMENEZ (.. a las melodías que usted emita.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta... Giménez por el contrario canta con una voz clara. ni tendrán que poner pero bajo el punto de vista de la estética. que anda por ahí suelto: ¿las telarañas del pasado podrían oscurecer el mérito de unas “serranas” de Silverio o de un “par” del Fillo.) Pero pasemos a tratar del concierto del Sr. no dirán esta boca es mía.Lord Punch. y como por desgracia esto es lo que más abunda hay muchas personas que tienen una equivocada idea de esta música. Debe llevar muchos años de práctica porque canta con maestría y se conoce que tiene bastante dominado el difícil género a que se dedica. LOS CANTOS POPULARES ANDALUCES EL CONCIERTO DEL SR. desagradable y achavacanado. En fín: el va a oírlo oye el verdadero y puro cantar andaluz. eche usted filosofía por aquella boca hasta que pida alafia un alcalde primero o se arranque las túrdigas de puro gusto el más enrevesado poeta de los cuatro reinos. tiene mucho estilo y se ajusta bastante a la escuela del Fillo. Eusebio Rioja.216 18) 15-XI-1874. pero lo que se les oye es feo. Giménez. Cómo no? que diría un articulista del periodo mioceno.Pág.

.Plaza de la Merced. profesor de guitarra por música y cifra...-Nº 10 José Asencio.Da lecciones a domicilio. porque se cantan llorando y las lágrimas no salen. que vivo en la plazoleta del desengaño mayor. Señor alcalde mayor.Málaga.217 . Eusebio Rioja..Pág.. ni Puerto Rico es tan rico aunque lo ponderan tanto.El Martes.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Ni Vera Cruz es vera cruz ni Santo Domingo es santo. yo soy una americana que canta las perteneras al estilo de La Habana. número 9.. a mí me estarán haciendo los carpinteros la caja. Yo ya no vivo en la calle donde usted me conoció. PERTENERAS Cuando a ti te estén haciendo los vestidos y las galas. 21) 8-X-1878. Revista Semanal..217 20) 7-X-1878. Las fatigas que se cantan son las fatigas más grandes.Pág..

tanto en ambientes domésticos. Perú. a Canarias (véase: CORUJO..218 173 . Además. debió titularse “Para un escándalo”: tal llegó a suceder cuando cierta parte del público que por no estar muy acostumbrado a comprimir el enojo bajo unas bellas formas. Hay Malagueñas en Cuba. así se denuncia en este texto. Por los años veinte del vigésimo siglo. Ecuador. José Pérez Hermitas. D.. cayendo en desuso.Abreviatura Semanal. pidió. y con insistencia. Numerosísima es la literatura musical que registra infinidad de variantes o versiones de Malagueñas. E incluso se personalizan. las Malagueñas experimentan un curioso fenómeno de exportación. para guitarra. como violín... Es caso ejemplar la Malagueña del maestro cubano Ernesto Lecuona. Quizás algún día escribamos algo sobre tan brillante historia. pp. bailar y tocar Malagueñas.Pág. Abundantísimos documentos análogos a éste. Venezuela.) Aquella piececita titulada “Por un inglés”. recogen la costumbre de cantar. ZAMACOIS (.. flauta.. e interpretadas por cantantes líricos de primerísima línea. La Música Canaria de Cuerdas. Habita calle Veloneros.218 22) 10-XI-1878.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta... saxofón. Eusebio Rioja. folclóricas o bailables. No había cantaor que no se autoprestigiase creando uno o varios estilos personales de Malagueñas. las Malagueñas se ven superadas por los Charlestones y otras danzas extranjeras.. se aflamencan y crean uno de los árboles estilísticos más frondoso.. y se convierten en auténticas obras maestras para ser tocadas por orquestas. para piano y para otros instrumentos que hoy nos parecen insólitos. da lecciones en dicho instrumento por música o memoria. la Malagueña popular –íntimamente emparentada con los Verdiales y las Bandolás-. Malagueñas escritas para canto. entre otras. que cantase usted “las malagueñas”173. a la manchega. las Malagueñas populares. Méjico. procedente de Madrid. nº 10.Nº 86 Maestro de guitarra. Durante la segunda mitad del siglo XIX y primeras décadas del XX. amenazamos. 133142) y cruza el charco y pasa a América.. cuando nos había cantado al piano una canción andaluza y una danza americana. como en acontecimientos festivos o en espectáculos.Nº 97 EL BENEFICIO DE LA SRA. D. 23) 20-I-1879.Pág. etc. estético e importante de todo el Arte Flamenco.El Juanero. a la extremeña. corneta. Por otro camino.. Las Malagueñas se exportan a la región murciana. acusaron un auge sin parangón..

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Porque el pueblo árabe no se marchó de Andalucía. cualquiera diría que no quiere perder ni una sola palabra de las que el cantor de playeras pronuncia. Al oírlas. y según es tenue su voz. alguna vez. en Andalucía todo es risueño. hasta las guitarras.. 25) 30-IV-1879. menos uno que solo para llorar sirve. de sabios políticos. Quien las haya oído cantar. la tez morena de las mujeres. que son un doloroso suspiro...Miguel Moya.El Juanero. y de ello atestiguan las costumbres. las playeras.. de cuyo sonido se acompañan. Eusebio Rioja.219 24) 10-II-1879. un grito de la muerte.) El espectáculo concluyó con el coro y conjura de la magnífica ópera de Verdi “Hernani”.. Cubas y Ross. de pintores famosos y de mujeres hermosísimas.. No se sabe por qué extraño misterio van siempre unidas a las grandes miserias y a las grandes desgracias..Nº 101 LOS DOS TEATROS (.. todo poético como su historia. en la que fueron muy aplaudidos la Sra.Pág. Todo y los Sres.Nº 116. la verbosidad y de la gracia.. tocado por la banda del Regimiento de Alava y la antigua tonadilla “El Trípili”.. Esos cantares andaluces han nacido para auxiliares del amor. duna de grandes ingenios. como su cielo. y Andalucía la provincia donde más ardiente y fervoroso culto se les rinde. los nombres de los pueblos y de las calles. y más que nada los cantos populares. de oradores elocuentes. que con sus improvisaciones chistosas hicieron las delicias del auditorio.Pág. ¡quién sabe si teme ofender la religiosidad de aquel dolor cruento! Las playeras se apartan del mundo.El Juanero.219 . llenos de misteriosa melodía. de poetas ilustres.. Tierra privilegiada de las flores. los Cármenes de Granada. comprenderá que son el llanto del alma herida por las pasiones o los remordimientos. hijos legítimos de aquellos otros en que la hermosa y enamorada Aminad consolara las penas del último rey moro. todo expléndido como su naturaleza. donde los árabes encontraron su último refugio huyendo de la venerada Cruz a cuyo amparo los españoles combatían. Vive aquí aún. Aquí es el único pueblo de Europa donde lució esplendente la civilización oriental. parecen conmoverse. LAS PLAYERAS España es el país de los cantos populares.

Pág. ruego a los señores diputados que hagan una ley especial. pero si no lo hubiera. porque esa desesperación es infinita. pero no se arreglan a ningún metro especial. o cuando menos. Han nacido para consuelo de la desgracia. lloran la ingratitud.220 .. soleá”. dando entrada al bálsamo consolador de la esperanza. Yo quiero mucho al pueblo malagueño. LAS PETENERAS ¿No es verdad que comienza ya a hacerse un poquito pesado ese canto? Eso de acostarse oyendo decir: “niña de mi corazón” y levantarse escuchando: “ay.. que se disponga una multa por cada copla. lágrimas de desesperación. Los presidiarios para cantar sus esperanzas. Los marinos cantan playeras para recordar el pueblo que las vió nacer.. no se han desdeñado de entrar en los presidios. en la seguridad de que en breve término se enjugaba el déficit del erario.. Eusebio Rioja. A este canto va siempre unido el recuerdo de una mujer. seguras de que no se mancharían con el contacto del crimen. las playeras son como una herida por donde las penas y los remordimientos se escapan. que todo lo diviniza y anima. el lugar de sus amores. 26) 26-V-1879. pero no las inquieta que pueda proponérselas innobles.220 Expresión ahogada del dolor. como no se mancha tampoco la religión de infinita misericordia redimiendo al vicio.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. la última despedida. como la desesperación que expresan. 27) 23-VI-1879. la ingratitud de una mujer o la pérdida de la libertad.Pág. Yo no sé si en el código penal habrá algún artículo que castigue ese delito que delito es y grande en mi concepto. La música de ellas no se podría decir en qué consiste..Málaga. Revista Semanal. Las coplas son tristes y sentidas. no tienen medida.. tan acompasado e igual es el llanto que la guitarra finge y se conmueve las fibras más hondas del alma. le tengo especial afecto y me agrada su trato. Pero las playeras no cantan el amor.Málaga. Las playeras tienen sus adoraciones en los barcos y en los presidios. es capaz de volver loco al hombre más pacífico del mundo. y como no hay mayores desgracias que el alejamiento de la patria querida.

.. y sin su maldita manía de llevar la faca encima y de sacarla a relucir por el más futre pretexto. por ese edén donde la vida empieza? Nacen las rosas donde está la planta. Lo malo es cuando va a la Caleta y se gastan en un día el jornal de una semana. vencen al sol tus nítidos colores y el mar sonoro tu hermosura canta. y se ve el porvenir de color de rosa.. porque entonces se pasa el resto de ella jurando y dispuesto a darse una puñalada con el lucero del alba. pondría especial cuidado en que aquellos ventorrillos expendieran sus géneros a un precio sumamente económico.Pág. respetuoso siempre y obsequioso en sumo grado.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Da. sus amarguras. Eusebio Rioja. Si yo fuera alguna vez autoridad malagueña. sus trabajos. J.221 . viviríamos en una balsa.. valdría mucho más.Salvador Rueda. Semanario Ilustrado. se olvida de politiquear y hasta de murmurar.. 28) 18-VIII-1879..Málaga. pues mientras que el pueblo concurre a la Caleta.221 Es franco y leal. La Caleta es su pasión: ahí es donde verdaderamente goza a sus anchas y olvida sus penalidades. A mi amiga la Sra. para no pensar más que en divertirse. Payans DESPUES DE HABERLA OIDO CANTAR SONETO ¿Quién no admiró tu gracia y tu viveza? ¿Quién no aspiró la presencia embriagadora de esa virtud que alienta y se atesora bajo el terso cristal de tu pureza? ¿Quién no admiró tu espléndida belleza sin entender su mente voladora por ese mundo en que la dicha mora. nº 69. Yo estoy convencido de que si en Málaga estuvieran el pan y la Caleta baratos.Pág.

escupió en ellas mi niña y se volvieron “salás”. Una hija. alegres.El Juanero.. higueras y limoneros que se encorban bajo el peso de sus frutos y de sus flores. cadenciosas. llena de encantos naturales. Estos cantos están hechos en Andalucía. porque tiene V.Pág. que prende los corazones. niña de mi corazón. inundando de placer a los hayan tenido la dicha de oíros esas canciones populares. Y si no es bastante la anterior copla para espresar toda la verdad de esos cantos del pueblo. hija de mi corazón.Manuel López Calvo. 29) 30-VIII-1879. por eso tiene aquí fácil acceso la poesía en el alma del hombre. A los ladrones. porque tiene V. 13-VI-1879 LAS PETENERAS ¿Las habéis oído? No solo se puede contestar afirmativamente que sí. Una hija..222 ... naranjos.Pág. Eusebio Rioja. aquí el corazón se conmueve fácilmente y la imaginación se exalta.. cielo sereno y puro. ahí va esa otra llena de poesía y de entusiasmo... llenas de sentimiento. los gemidos más hondos del corazón humano hallan su espresión en los labios. inspirada por el alma templada y amorosa.. atmósfera impregnada de un elevado perfume esparcido por un álito tenue... Antiguamente eran dulces las aguas que hay en el mar. Señor alcalde mayor no prenda V..222 Te brinda el prado nacaradas flores. y resuena al trinar en tu garganta un concierto de alegres ruiseñores. sino que las habéis tocado al piano con vuestras pequeñas y blancas manos. armónica.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Madrid. y los hijos de este privilegiado país cantan como inspirados del cielo. esa hermosa tierra.Nº 140. que con vuestra argentina voz las habréis cantado también. escupió en ellas mi niña.

etc...223 Pero las peteneras son. agradar al público. carceleras.El País de la Olla. dándose asco a sí mismo..Pág.Nº 51. que debiera haberte puesto la perdición de los hombres.. Morirá don P. cual el fín será de todos los héroes de la Fusión. sin disputa.Pág. Mateo inventor del fusionismo.) Considera alma de cántaro que amas esta situación. el fín más feo. Y aquí termino este corto articulito (si tal nombre merece) que me ha inspirado.. de todos. las mejores canciones populares.. y bien lo dice también la copla: Quien te puso petenera no supo ponerte nombre.223 . polos.. pues siempre ha sido la norma de mi conducta.John Bull. lo cual a mí me honraría en alto grado y me dejaría satisfechísimo. preferibles a las guajiras. las peteneras y que yo no sé si a Vds. Eusebio Rioja.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. les gustará. si antes no viene el jaleo.. apreciables lectores.. desde que empecé a escribir. seguidillas.. MEMENTO HOMO SAETAS Que morir tenemos!!! Ya lo sabemos!!! (. que debiera haberte puesto niña de mi corazón. 30) 20-II-1882.

(. Revista semanal de literatura.El Ateneo.. me hubiera dedicado a bailar “petacos” y “seguerillas” sirviendo de pareja a la Cuenca.. OJEADA RETROSPECTIVA Todavía zumba en mis oídos el castañeteo de los platillos que durante tres días han convertido el Café Universal en jaula de locos. santificado ya por Moret y demás comilones democrático-borbónicos con una sopa de pimienta..) Pues no digo a ustedes nada si educada esta voz de chantre que Dios me ha dado.Vista. jurisprudencia y artes. y de media docena de niñas de honor desgraciado.Leopoldo Cano y Masas... Regístrale los bolsillos.Nº 61.. TORERO O BAILAOR (. SAETA Entre mil hombres honrados Elige el mejor amigo. Comprendo una broma. 33) 1889.El Dr.. en unión de algunos señoritos de la “manteca”. Nº 426...224 ..) 32) 29-VII-1888. en el ventorrillo de Domingo o en Bella. hubieran caído a mis pies. hubiese llegado a ser un émulo de Juan Breba..Revista Literaria. y no me faltarían nunca cien “jaras” en el bolsillo que consumir en manzanilla.Pág. por insulsa que sea. Vegigatorio.. para el cante flamenco.... o bien inspirado por la musa Tersícore de café cantante. pero no un ruído que acaba lo mismo que empieza y empieza lo mismo que acaba.Pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.El País de la Olla. COMICO. Y si echas algo de menos.. los regalos de brillantes y fajas bordadas por manos que no besa el sol. los aplausos de reyes y magnates.. Eusebio Rioja.Sin indicación de fecha ni autor.224 31) 1-V-1882. Yo no puedo explicarme sino como síntoma de enajenación mental ese monótono repique y ese guitarrerío a través de lo cual no asoma su cabeza ni el ingenio ni el sprit.

Este “don” Trinidad. a la casi totalidad de los que entonces lo ocupaban.- El Ateneo. 34) 10-XI-1889.Pág. que se acompañan con un abaniqueo monótono de mal gusto. Allí. El de los chiquillos y el de los hombres. y delante del piano.Pág. y en los que le han asemejado. soleares. un bullicio animado pero no atronador.. se ha distraído la vista y no se ha molestado al tímpano. las manos sarmentosas.225 .225 En otros días que no hubiesen sido los de Carnaval. no tiene de su antiguos más que el “don” que le dan aquellas tiples insuficientes y aquellos mozos con caras y hechuras de cualquier cosa. Como el café está en la planta baja de mi casa he tenido ocasión de ver a “don” Trinidad muchas veces entregado a la batalla de las teclas. Revista semanal de literatura. En cambio el de la Loba ha sido un culto centro. Parecían los centros de dos diferentes Carnavales. al fondo está el tablado sobre el que cantan las tres hermosas e intrépidas de fisonomía rasgada y provocativas. peticiones que transmiten las tres gracias flamencas al viejo. jusrisprudencia y arte. se sienta “don” Trinidad.. sacando de ellas penosamente el acompañamiento del “cante”. El sábado de la semana pasada no sonó el piano en el Café de La Loba en toda la noche.“Don Treniá”. han podido oírse todas las comparsas. Al café va un público casi montaraz que no se cansa de pedir piezas del repertorio. Es este café una tasca adecentada.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. El de las bacanales y el de las bromas de mal género.“Don Treniá”.. . ha podido hablarse con las máscaras. peteneras. Eusebio Rioja. encorvado sobre las teclas y pasando sobre ellas un repique trabajoso. . ese infierno hubiera alejado del mencionado café y de los que se les han asemejado. como héroe vencido que echa los últimos alientos para ganar tres pesetas. Detrás de las mozas está el piano.

226 .. No sabéis qué gigantesco se me pareció este “don” Trinidad una noche. y su bisteck. pero las circustancias. Cuando faltó la acostumbrada música. la madre aquellos escuarzos pálidos que alguna vez iban al café y se llevaban el bisteck y el pan francés liados en un papel. El mozo conocido.Pág. Y “Don Treniá” se vuelve con resignación al teclado de marfil. le eché de menos. “Don Treniá”. Hasta las dos de la madrugada. y en él su mujer y los cuatro chicos: la mujer enferma y los chicos famélicos y desmedrados como hijos de viejo. “amos.y se encontró a “don Treniá” hecho.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. A “don Treniá” se le había muerto su mujer. Subían desde el café hasta mi cuarto el vaho de toda aquella gente. y casi me costó trabajo dormirme aquella noche. Presumí que el viejo habría acabado con sus fatigas de una vez. Eusebio Rioja.. me dio lo que en aquel distinguido establecimiento se llamada “coba”. expuesto. Y desde aquellas latitudes venía “don “ Trinidad todas las noches al café. Detrás estaba. que me sirvió una copa de coñac capaz de resucitar a tres generaciones.¿Qué? .Pág..Que lo han hecho venir hoy porque mayormente no hay otro “peanista” para las niñas. a que. reunida. hecho una lástima. amarillo ya.El amo fue esta mañana –me dijo aquel indio bravo con mandil blanco. a tientas. no muy limpia.. eso. sentí curiosidad por saberlo. y desde el café se volvía.. con sus tres pesetas en el bolsillo. y me senté en el café cerca del tablado junto a la tiple bravía que iba a atacar el tango de moda. Y ahí está como si tal cosa. duro como una correa en el estómago. y el hombre se ha venido como “afusilao”.226 .. a ganar sus tres pesetas y la cena. Nada menos que en el barrio de las Delicias tenía su hogar. el sábado de la semana pasada. y toca lo que se le pide. a la vuelta lo dejasen en una mala hora sin resuello o sin calzoncillos cualquier pirata callejero. y me puso al tanto de la ausencia de música la noche del sábado..“la niña pancha”. . cuando uno de los mozos me contó algo sobre él. entré en el café el domingo por la noche. .. como siempre “don” Trinidad. y el cantar rasgado de las tres amazonas que despachaban por turno el repertorio picante que tecleaba “don” Trinidad. ¿está usted? eso.

....227 .¿Qué mira usted “don Treniá”? ¿Se ha roto el “peano”? No se había roto el “peano”. Gran baile de confianza para hoy domingo.. Todas las noches. El viejo examinaba las teclas tocándolas casi con las narices y hervía el café en una de oles y bravos capaz de estropear el oído mejor templado. afortunadamente. Se suplica traje de fiesta. Salí del café para no verlo. de intereses particulares.Pág. Concluyó la dama el tango. subió otra que echó sobre el ilustrado público cinco o seis coplas en música de “soleares” y pagué. Al levantarme vi que la tiple se inclinaba sobre el viejo.Pág. con iras y tristeza. y desde mi cuarto oí que el viejo volvía a empezar las “soleares” con desesperado brío. humorístico.Ayer lunes hizo su debut en este establecimiento los dos célebres artistas Sres... desde que empiece hasta que acabe. ¡Atención.227 Y allí estaba. el sin rival ventrílocuo Mr.La Unión Mercantil.. hará sus preciosos esperimentos. Marthen con su graciosísima y original “bobi” y familia de autómatas. “don Treniá” había puesto las narices sobre el piano para que las divas y el público de pelo en pecho no le viesen llorar. Eusebio Rioja...Nº 10 burlesco. 36) 1-I-1901. ESPECTACULOS CAFE DE ESPAÑA. 35) 2-IV-1893..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.Pza. bailable. en los espléndidos salones del Café Universal! Habrá orquesta y otros despilfarros. sino como una cosa repicando en las teclas y a cien leguas del café.Los Apóstoles. de la Constitución. no como si tal cosa. Semanario satírico. Violant y Lauret admirables y extraordinarios hipnotizadores que tantos aplausos han alcanzado en todos los teatros que han trabajado..

. En el intermedio actuará un bonito cuadro de baile.. 37) 1-4-1902..Pág. Eusebio Rioja.228 .Función diaria por la compañía cómicodramática que dirige el primer actor D. Entrada al consumo.. Juan Lucas Navarro. siendo la entrada al consumo precisamente. ni autor.. unas veces para aclamarlo y otras para escarnecerlo. Durante muchos años fue centro de una tertulia progresista en donde se fraguaron movimientos revolucionarios.Entrada al consumo. Clotilde Monroy con sus bonitos y variados cuplés. Cándida Espinosa. Antonieti. dirigido por el maestro D. Ensayos de 1 a 3 de la tarde. Los ensayos de 1 a 3 de la tarde. el dueño de este establecimiento en su constante deseo de agradar al distinguido y numeroso público que concurre todas las noches y a pesar del inmenso gasto que este gran espectáculo le ocasiona. allí se conspiró y se vitoreó á la libertad. muchas veces salió por sus puertas el retrato de Espartero.Todas las noches grandes conciertos por las notables y bellas artistas señoritas Angela Martínez. Concierto de baile y cante flamencos por los artistas más notables de este género. CAFE DE LA LOBA. La tradición del suntuoso salón que representaba para la imaginación popular el colmo de las grandezas se remonta al principio del siglo pasado. SALON TEATRO DE LA LOBA. no ha tenido inconveniente en contratarlo por un corto número de funciones las cuales empezarán el miércoles dos del presente Al mismo tiempo seguirán las mismas artistas que hoy actúan. Francisco Ramos siendo todo acompañado al piano por el profesor D..Sin indicación de fuente. UN CAFE MENOS Ayer amaneció cerrado el café de la Loba.Entrada al consumo.Pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. A las siete y media.. verdadero rival de Fregoli como cantante transformista.. José María Aragón.228 En su intermedio actuará el cuadro de bailes españoles y franceses que con gran acierto dirige la aplaudida y simpática maestra Sra.Encontrándose de paso para América el notable y distinguido artista Sr.. SALON TEATRO CHINITAS.

La Unión Mercantil. el adalid de las libertades patrias que pereció de sed y cansancio junto á la frontera portuguesa. guapo famoso. (y este dato histórico. salió desafiado de La Loba y dio muerte á su rival Morón en la escalera.. Todo pasa en el mundo. Grandes bailes nacionales por el cuadro coreográfico. no lo consignamos á guisa de colorismo sino para retratar mejor la fisonomía del café que ayer cerró sus puertas). El mismo año de la inauguración del nuevo café.229 .229 Sixto Cámara. que al caer sobre las personas que había sentadas en la puerta.Pág..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. pero la popularidad del café malagueño por excelencia tardará mucho tiempo en borrarse. Malagueñas y tangos por los afamados cantadores Fernando el de Triana y José Mosta. ha quedado reducido á un inmueble destinado á otros fines industriales. allí había también su rincón aristocrático: la Parra. pues todavía no hace treinta años que el duque de Fernán Núñez convirtió aquel modesto caserón lleno de recuerdos en un salón suntuoso. borrosos sus dorados y ennegrecidos sus espejos. todo aquel esplendor y lujo que admiraba á las multitudes. y corrido.. Carcomidas sus paredes. allí fue acribillado á estocadas un inspector de Orden público que el año 72 arrancó una proclama revolucionaria. dio muerte á una de ellas y ocasionó varios heridos... y tomó parte en esas Asambleas. centro de reunión durante el Estío de la sociedad malagueña. como dice la jerga popular. el Pimentel. Entrada al consumo.A las siete y media. La gran reforma del café es relativamente moderna. Como todo centro popular el café de la Loba tiene su historia sangrienta. Eusebio Rioja. ESPECTACULOS CAFE ESPAÑA Todas las noches presentación de la célebre Murga Siglo XX. peroró en la Loba más de una vez.. 38) 3-X-1904.Pág. En la Loba se han concertado muchos contrabandos. un ciclón voló el toldo.

a partir de aquella hora.Nº 9089 En la Comisaría se presentó el domingo por la noche Manuel Pasos Gallego (a) “El Cantares”. se habían negado a pagarle. Cantaores y cantaoras... “Diego Corrientes”.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Entrada al consumo.. denunciando que unos individuos –de los cuales sólo conoce a uno llamado Francisco Villarrubia. en unas habitaciones independientes.A las 7 y 12 LA TRINI traspasa su venta. en ocasiones...Pág. donde se les quitará la gana de volver a repetir el hecho. bailaoras y bailaores. La “gracia” de los “alegres” juerguistas fue denunciada al correspondiente Juzgado.Todas las noches grandes bailes nacionales por el cuadro coreográfico. Su espectáculo habitual componíase de teatro y baile.230 39) 14-VII-1905. Bella Vista. Trátase de decorar y embellecer el Pasaje de Alvarez.lo habían contratado para que les “amenizara” una “juerga” en la “Venta de Joselito”. El “Chinitas” era un café cantante al uso de los que en otra época abundaban. “Luis Candelas”.La Unión Mercantil. CAFE DE ESPAÑA. animaban el pequeño escenario del café entre jipíos y taconeos.. luego de terminar la función. el rito de la “juerga” imponía su solemnidad entre moruna y gitana. Y. bueno será quitarle hierro a las fantasías poéticas y a las elucubraciones de gentes que no tienen idea de lo que fue. compañías de cómicos de la “lengua” representaban dramones horripilantes.. 12...Pág. y. Cantes por malagueñas y tangos por la Negra de Cádiz y Miguel Rodríguez (Juan Breva chico). 40) 1-IV-1928. EL CAFE DE “CHINITAS”... Más tarde. según se podrá colegir por algunos de estos títulos: “José María el Tempranillo”. llamado también del “Chinitas” por el café que durante tantos años hallóse establecido en su recinto. Y.. empezaba a trabajar el cuadro flamenco.La Tarde. 41) 19-IV-1948. Los juerguistas empalmaban.. a propósito de este café. rompiéndole además la guitarra y maltratándole.230 . Hasta las doce de la noche.El Cronista.Para informes. un día Eusebio Rioja. después de haberlo hecho estar tocando el instrumento más de dos horas sin descansar ni para tomarse un chato de manzanilla. en la misma.

no. un Café suntuoso.. de imperecedera memoria. En los espectáculos folklóricos. De todos modos.231 . cuando menos. el “Chinitas” tuvo su historia.. Jamás se distinguió el café por una constante asistencia de toreros y sus adláteres. Don Antonio Campos Garín. Aquellos terrenos fueron adquiridos por particulares. Hemos visto más de una decoración que pretende reproducir la fachada del café.Pág. separadas por las actuales calles de Méndez Núñez.. se propuso construir en la manzana que circundaban las citadas calles. como dando a entender que allí se congregaba la flor y nata de la torería. después Marqués de Iznate. y el Café sin techo. que abandonar la paz de su clausura para buscar refugio y amparo en domicilios de familias piadosas. se reunía la clase media para tomar el consabido vaso de avellana o de limón. El Café a que nos referimos se hallaba situado en el amplio solar que en la calle de Granada quedó por efecto de la demolición del Convento de San Bernardo. del que tan necesitado se encontraba nuestra ciudad. incluso en los dirigidos por las artistas más en boga. muy entrada la mañana..Hoja del Lunes.. sin exceptuar el de “La Loba”. en 1868. Hemos oído romances alusivos al “Chinitas” por los que se advierte que sus autores dan suelta a su imaginación y describen un ambiente falso y dicen unas cosas sin relacionarse lo más mínimo con el antiguo establecimiento del Pasaje. al que la piqueta demoledora de la revolución de septiembre no respetó. De donde resulta inadecuado que un cronista madrileño escriba en sus informaciones de la fiesta brava bajo el epígrafe de “Café de Chinitas”. y se formaron manzanas de casas. y bajo en cuya parra. El público del “Chinitas” se integraba de catetos y de gentes marineras. frecuentado por los políticos de Eusebio Rioja. Los que en Málaga existían eran escasos y bastante modestos. y la Comisión municipal de Ornato hará bien en darle un tono de buen gusto al Pasaje de Alvarez.231 con otro. por el café. A FINALES DEL SIGLO XIX EXISTIO EN EL CAFE UNIVERSAL UNA REUNION FAMOSA DE ARTISTAS Y LITERATOS. precisamente. arrojando de sus celdas a las indefensas mojas que tuvieron. como otras muchas de distintas Comunidades. en los rigores del verano. 42) 24-V-1948. pareciéndose como un huevo a una castaña.. sito en la actual Plaza de José Antonio (lugar que ocupa hoy el Banco Español de Crédito). sino por lo que el mismo ornato exige.Pág.Joaquín Díaz Serrano. Denis Belgrano y Niño de Guevara. no faltan erróneas evocaciones del “Chinitas”.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. retirándose.

Al propio tiempo requirió al eminente artista don Bernardo Ferrándiz con objeto de que se ocupara del exorno del local y pintara los lienzos de la techumbre. bastón en ristre. En el Café se proyectaban y creaban periódicos.232 exaltadas ideas liberales. se organizaban sesiones literarias.. que estaba enclavado en el lugar donde se alzaron luego el Pasaje de Campos y las dos magníficas manzanas de casas que engalanan la Plaza de la Merced. como acuciados por el mismo afán romántico. que lo convertían en escenario de alborotos y bullangas en días de alarmas callejeras.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. que por aquella fecha dirigía la construcción del Teatro Cervantes. y. que no llegaron a tener efecto por la mediación oportuna de amigables componedores. llamado Matías. buscó acomodo confortable. titulado “Bocetos a la pluma”. El Café Universal fue cuna de un libro famoso de semblanzas. para que se encargase de las obras del Café. una vez terminados. Todas las noches era ocupado por personas de las clases sociales más distintas.llegó a ponerse de moda. que tenía tres entradas: una por la calle de Granada. salían siempre destellos de ingenio y sabrosos frutos artísticos y literarios. aprovechando tres o cuatro mesas que servía un anciano camarero.. fervorosos católicos que se enzarzaban en polémicas ardorosas con libre-pensadores.. dispuesto a sentárselo en las costillas a los autores de Eusebio Rioja. muy entusiasta de la fiesta de los toros y que en sus años mozos cantaba flamenco con mucho estilo. los que. Este libro ocasionó no pocos sinsabores y hasta provocó desafíos. en el Instituto o en el teatro Lope de Vega.Pág. cerca de su entrada por el Cañuelo. existente hasta hace pocos años. Los lienzos fueron allí admirados por el público durante bastantes días. ya todos desaparecidos. entre los que descolló. una “peña” de literatos y de artistas. En una rinconada del local. como más notable. hoy rarísimo. designó al notable alarife don Jerónimo Cuervo. dándose el caso de que alguno de los que figuraban en esas semblanzas se presentó en la reunión. otra por la de Méndez Núñez y otra por el antiguo Cañuelo de San Bernardo.232 . en una casa de la calle de Beatas. El señor Campos.Pág. se vió concurridísimo desde el primer momento. las más de las veces. carlistas con republicanos. que más tarde se convertían en realidad en los bellos salones del Liceo. Terminado el Café. sobre el mármol de las mesas se hacían dibujos y se escribían versos. el titulado “Los doce apóstoles”.. El “Café Universal” –que así se le denominó. se expusieron en el derribo del Convento de la Paz. que profesaban las ideas más opuestas. Pero de aquellas discusiones enconadas.

y el infeliz se despidió para ir a un baile que se daba en casa de una amiga suya. La esposa.Pág. no muy liviana. tan pronto se arrellanaba en su asiento. tardó el industrial bastante tiempo en saber quién había sido el causante de que su esposa le diera tan gran disgusto y le encerrase para expiar la imaginada culpa.. El pobre señor sufría las iras de su consorte si llegaba a su casa después de las nueve de la noche y para nadie era un secreto que hasta le registraba los bolsillos. que estaba casado con una mujer en extremo celosa.. siguiendo su costumbre policiaca. todos permanecieron muy serios. descubrió la ardiente misiva –con gran asombro del marido. de pesadez inverosímil. de aquel señor y le pintarrajeó con lápiz de carbón y almagre el rostro y la calva espléndida que poseía. que levantaban ronchas. con firma de mujer. muy aficionado a las bellas letras. Por fortuna para el autor del poema “La Mujer”. aprovechó una noche el sueño.Pág. bromas que había que aguantar estoicamente so pena de ser blanco de toda clase de denuestos y hasta de silbidos atronadores.. a quien la mala vida llevó a morir a un Hospital. Pepe Silva introdujo en uno de los del gabán del industrial una carta amorosa apasionada.233 aquéllas. Iba con frecuencia a tomar el moka a la tertulia un industrial sexagenario. Al despertarse. He aquí unas muestras de esas vayas. Era habitual contertulio de esa “peña” un señor. y que goza de justa celebridad.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. comenzaba a bostezar para dormirse a poco y lanzar unos ronquidos estentóreos. El artista a que aludimos estuvo unas cuantas noches sin aparecer por la tertulia. que vivía en calle de Casapalma y recibía a sus conocidos un par de veces al mes. Cierto artista. de aristocrática familia y muy elegante en su atuendo. Otra también.dió a éste un mal rato tremendo y le prohibió salir de casa durante unas cuantas noches. así como de calle que lleva su nombre. que causaban la hilaridad de los concurrentes al Café. El probo funcionario atravesó las calles de esa manera. sin darse cuenta del por qué la gente le miraba y se reía. llamada doña Cecilia. Eusebio Rioja. atildado y pulcro. ya muerto. el recibimiento que se le hizo fue apoteósico. El libro figuraba escrito por “Cuatro caballeros particulares” y logró un éxito extraordinario por la gracia con que estaba hecho. ya entrado en años. viuda de un militar.. Una tarde. temeroso de las consecuencias de la broma. funcionario de Hacienda. que todas las noches. Otra de las características de la susodicha tertulia era las bromas que daba. Llegó al domicilio de la señora y allí por poco se desmaya al contemplarse en un espejo. corrió a cargo del inspirado poeta Pepe Silva.233 .

Sus veladas poéticas se hicieron populares y se celebraban a teatro lleno.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.Pág. de la que era tan devoto el aplaudido intérprete de “El Jorobado” y de “Otelo”. escribían. El bello sexo le otorgaba sus simpatías y sus crónicas se leían con gran complacencia porque eran suaves. muy propias para damas y damiselas de la época. y se ponía a escribir para “El folletín”.. Preferían ese rasgo de desprendimiento con el camarada. De aquellos contertulios sacaba Muñoz Cerisola los artículos para “El Museo”. El inolvidable Antonio Rapela. gracias a algunas de las cuales se adquirió y bordó el manto de la Patrona de Málaga.de algún que otro periodista editor. que fueron muy celebradas. Atenodoro Muñoz. cuando el autor se presentaba en el Café. que dirigía. periodistas como Emilio de la Cerda. bajo el título de “Fulanito de Tal”. Ajeno a la algarabía del local.234 El veterano Ruiz Borrego trazaba sobre aquellas mesas los programas de sus funciones benéficas. Y era lo más notable que nadie cobraba un real por su trabajo. a veces. Moratilla. pero a la noche siguiente. a pesar de que la mayoría de sus colaboradores andaban escasos de dinero. aunque sin producir molestias. Gordón y Urbano. Postigo Asejo. en verso y en prosa. que comenzaban a darse a conocer. cómico. abogados como Díaz Martín. En la tertulia figuraban escritores como Relosillas y Moja Bolívar. Por esto. el ingenioso autor de “Los peros de Pascua”. a percibir medio duro –cuando lo percibían. que Bruna cuando escribía. aunque ésta fuese. sacaba del bolsillo el tintero y la pluma que siempre le acompañaban. pintor o persona de algún relieve en la sociedad malagueña de entonces que no fuese caricaturizado por ellos. La noche que alguno de ellos estrenaba acudía al teatro toda la tertulia. que aplaudía a rabiar la obra del amigo. arquitectos como Sancha y autores dramáticos como Jerez Perchet. Eran pinceladas de buen humor sin trascendencias mortificantes.. Bruna llegaba al café el primero: era de los constantes. decía con su característica mordacidad. que tenía que aguantar el chaparrón de improperios que sobre Eusebio Rioja. unas aleluyas. Martínez de la Vega y Horacio Lengo. de escaso mérito. Cuesta. que destinaba don José a los fines más altruistas. recaudándose sumas de bastante importancia.. “La Ilustración de Málaga” y tantos otros periódicos que le contaron como Director o Redactor. no mojaba la pluma en tinta.Pág. las cañas se tornaban lanzas y la crítica se cebaba en la comedia y en el autor..234 . pintores como Denis. Relosillas. almibaradas. en estrecha unión con personas de mi sangre y de mis apellidos. sino en leche de perlas. No hubo escritor.

la literatura y el arte. que. su tradición. dramas.. local pequeño pero no exento de comodidades. O’donnell o Narváez. dirigidas por Ruiz Borrego. sainetes. y que no terminaba hasta que éste se decidía a pagar un ponche a los contertulios. Pero vamos a lo importante que materia sobrada tenemos. 43) Antiguallas Malagueñas. situado en los bajos de la casa nú. Todos ellos tienen su historia. De polvo se hicieron y en polvo quedarán convertidos. desplazándose del Café. para constituir otra. recorrieron diversos lugares de Andalucía. Vélez y Antequera. En un café nació la idea de asesinar al Conde de Just y Donadío y en otro se fraguó en parte el complot que tuvo fin con la muerte del Coronel Trabado y la ejecución de un prusiano. blancos y negros. fueron contemporáneos de los pronunciamientos a favor de Espartero. mudable. donde liberalotes y realistas. promovían discusiones y reyertas.. donde la luz eléctrica aleja las sombras para trocar la noche en nuevo día.235 él caía. Hoy que nuestra ciudad cuenta con una colección de Cafés tan notables como el Inglés. poco a poco. después de que tan famosa reunión lo abandonara. más o menos sobresaliente. el de los Tres Reyes y otros.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. mantuvieron vivo y brillante en su ámbito.235 . De aquel rincón del Café Universal salieron colecciones de artículos. 3 de la calle Duque de la Victoria. durante buen número de años. Córdoba. donde el lujo se derrocha en techos y muros. recogiendo en sus jiras provechos y aplausos. novelas. sus secretillos..Pág. el Español. que no todos deben o pueden revelarse. poemas. Algunos años más subsistió el Café Universal. Los antiguos cafés. libros de historia y críticas de arte. justo es dedicar un cariñoso recuerdo a los cafés que existían en los últimos lustros del pasado siglo. aquellos en que se conspiraba casi a diario. Respetemos sus ruinas. pinturas y otros artículos.. convirtiéndose primero en la Imprenta y Litografía de don Ramón Párraga y después en establecimientos de ropas. No hemos de mencionar aquellos que como el de Quintana.Pág. Allí se formaron empresas teatrales y se organizaron compañías. apagada para siempre la llama que.Narciso Díaz de Escovar. hizo que la tertulia fuese. el de la Paz. sobre todo en Granada.Manuscrito inédito sin indicación de fecha. El tiempo... aumentada con nuevos elementos –de la que Salvador González Anaya era el benjamín-. en el “Diván Pérez”. Eusebio Rioja. Madrid y algunos otros.

recordando que los pintó en el solar que existía en lo que es hoy pasaje de Campos. que escuchaban ensimismados los planes de D. prestidigitadores y sobre todo bailarinas y tiples adocenadas. Derribado en la calle de Granada el Convento de Monjas de San Bernardo. las intrigas parlamentarias del inolvidable D. proyectó construir allí un magnífico Café.. Había un rinconcito privilegiado donde acudían los Curas con los enormes sombreros de canal que todavía estaban en uso y si el tiempo amenazaba lluvia. corredores de comercio y militares retirados. con toda la descendencia y hasta las criadas y niñeras en torno al vaso de avellana con barquillos o el rico sorbete de mantecado o fresa. gente por lo regular seria y tranquila. en la que detallaba hasta el número de luces que abrillantaba el local. acudiendo todas las tardes muchas personas a verlos y admirarlos. o sus dos reales o dos reales y medio. Bernardo. El patio que se llamaba de la Parra. Sufrió aquel edificio transformaciones y en sus últimos días en refugio de políticos liberales.236 . Severiano Arias. Eusebio Rioja. hacia el sitio que ocupa la tienda de embutidos y carnes de Los Extremeños.236 Saludemos en primer término aquel Café llamado Sin Techo.. Encargó los lienzos del techo al notable pintor valenciano D. Bernardo Ferrándiz. cantantes de zarzuela.Pág. frente a los Corales. que hablaba con el indispensable cigarro de medio real en los labios y echando sus humos como la chimenea de la Aurora. el íntimo amigo de Sagasta y los propósitos de regeneración municipal de D.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Se entraba por un callejón largo y mal alumbrado y se llegaba a un patio. que existía en la calle de Granada. con los indispensables paraguas colorados con franjas negras. especialmente por señoras. Otro café frecuentado en verano. Las reformas que en aquel edificio se llevaron a cabo. estaba siempre lleno en el verano. Puede decirse que era un café de verano. propiedad de los Duques de Fernán Núñez y centro de negociantes. que dio muestra en la famosa Oda del local de Pascual y Torres. que aceptó el encargo. No se escatimó gasto y desde los primeros días el Universal se hizo centro de reunión donde muchos aficionados al Moka o cosa parecida. No hemos de olvidar la solemne inauguración del local. Era digno de verse los Domingos a la hora del regreso de la Alameda y sobre todo las noches de las veladas del Corpus. y adquirido el local por el opulento propietario. luego Marqués de Iznate D. lo variaron bastante haciendo un escenario. donde estaban las mesas. Liborio García. por la que allí existía.. más que en invierno era la Loba. costando sólo diez y seis o veinte cuartos. Allí en los meses de Julio a Setiembre se refugiaban las familias. donde actuaban compañías de verso.Pág.. Antonio Campos Garín.

en las que siempre descollaba Antonio Rapela y se comentaban sabrosamente las nuevas del día.. Eramos niños. Los cafés cantantes. En mesas no distantes estaba la tertulia de los aficionados dramáticos. Pepe Cuesta. en la calle del Duque de la Victoria. consignatarios. Martínez de la Vega.. Esas tertulias se refundieron luego para pasar al Diván Pérez. unido a Díaz Martin. que presidía el Maestro Ruiz Borrego. cargadores y comerciantes. 44) Antiguallas Malagueñas. Bruna. Atenodoro Muñoz.237 . cuando los Cafés Cantantes estaban en su apogeo. el de España. Navarro Perea. Navarro Trujillo. Germán Guerrero Baena. de los cuales viven dos.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Bernardo del Saz. se hacían frases ingeniosas. de quien oían excelentes consejos artísticos Morales Hoyos. Ramón Urbano y algunos más que no recordamos. Pepe Santiago. con el atractivo de ciertas bailarinas sevillanas. que tuvo su época de estar de moda. pero éstos merecen artículos aparte.. pero reunía una excelente literatura y de gracia no vulgar. Pepe Postigo. Gómez el sombrerero los hermanos Segovia.. Rara vez llegamos a entrar en ellos y estos días olvidando la justa prohibición paternal y dejándonos guiar por los malos consejos de otros alocados Eusebio Rioja. el poeta Nicolás Muñoz Cerisola. Pepe y tantos otros literatos y artistas? En aquellas mesas se escribía artículos literarios. pues nos hemos estendido más de lo que fue nuestro propósito. Pepe y Enrique Navas. punto de cita de marinos. En el Café Universal se redactó por iniciativa del indiscutible coplero Alfonso Tovar. el malagueño Pepe Herrera. Paco Galán Rivas.Pág.. que por fortuna vive todavía. políticos. teatrales y hasta de modas. que tantos disgustos costó a sus cuatro autores. sobre todo epigramas sangrantes. De allí salió el libro de semblanzas Bocetos a la pluma.Pág.. que cantó en voluptuosos versos un poeta local. que dirigía el Museo. Nos queda que reseñar los cafés cantantes. Juanito Bordenave y tantos otros nombres de los cuales fueron luego actores aplaudidos. Antonio y Evaristo Rapela. Arturo Reyes. Había también el café de la Marina. muy frecuentado por los estudiantes y algunos otros que sin voluntad olvidamos. el del Siglo.Manuscrito inédito sin indicación de fecha. aumentada con Manuel Altolaguirre. de corta vida. se improvisaban versos.Narciso Díaz de Escovar.237 Allí se formaron tertulias inolvidables ¿cómo dar al olvido aquella a que asitían D. Rodríguez Lázaro y otros compañeros el célebre semanario Los Apóstoles. Salvador Rueda.

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 238

compañeros, que con nosotros compartían las aulas del Seminario y más tarde del Instituto. Mas no faltaban concurrentes asiduos que por las mañanas nos referían los cuadros de vivos colores y censurable realismo que en aquellos lugares se desarrollaban, centro donde en ocasiones el vicio arrojaba el antifaz y donde con el pretexto de un baile nuevo, una cantaora guapa, un juguete cómico gracioso o un tocaor de guitarra se sacaba el dinero a los concurrentes, esplotando sus aficiones. Los Cafés Cantantes que despues existieron que después hemos ya conocido mejor, no deben compararse con aquellos que tuvieron vida y parroquianos hacia los años de 1868 a 1875. Era el más selecto, por no llamarlo aristocrático, el Café Suizo, que también se llamaría de la Libertad; en la época revolucionaria, y del Recreo. Allí abundaban los señoritos juerguistas. Estaba en la calle de la Compañía, casi frente al Parador de san Rafael, donde tuvo después sus almacenes el comerciante D. Sixto Jiménez. Allí no había tanta suma libertinaje como en otros. Se hacían las cosas con más hipocresía. No eran los bailes tan desafiantes, ni aquellas bailarinas tan descaradas, aunque también admitieran de madrugada las cenas y las invitaciones de los amigos, que antes recorrían las mesas aceptando las copas de vino con que se les brindaba como premio a sus méritos artísticos, a sus cuerpecillos graciosos y a sus caras bonitas, más o menos retocadas. Alternaban en aquellos bailes y cantes, compañías de verso, o zarzuela no del todo despreciables, casi siempre eran jóvenes que empezaban, algunas y algunos de los cuales lograron después considerables puestos en el proscenio Español como la Antonia Borrego, la Ibarrola, Videogracias y Sánchez Allí se estrenaron con aplausos obras muy discretas de autores locales. En los días de la Milicia Ciudadana celebraron en aquel local beneficios para comprar armamentos y trajes a las Compañías de voluntarios y en aquellos salones se verificaban columnas patriotas y reuniones en las que exaltados rojos pronunciaban tremebundos discursos, queriendo imitar a los ídolos de los revolucionarios franceses de 1793. El café más popular era el de Pedro Castillo, situado en una travesía de la calle Nueva a la de San Juan; no recordamos bien si en la de Cinterías o en la de Zapateros. Pedro Castillo era de las figuras, saliente de la revolución Septembrina, individuo de la Junta, concejal con vistas a la alcaldía y jefe en la batalla de Nacionales, no era de extrañar que este Café fuera preferido por sus subordinados, políticos y gente del bronce. Allí no era cosa rara que

Eusebio Rioja.- Pág.- 238

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 239

se suscitaran frecuentes reyertas, y habían tiros y navajazos y que tuviera que actuar el Juzgado de Guardia. El Café del Sevillano, o de Bernardo, venía a ser la Catedral, y perdonen mis lectores la comparación, del género flamenco. Por aquel pequeño escenario desfilaron los más famosos cantaores y cantaoras, sin escluir a la Rubia Sevillana, a Juan Breva, al Canario, al Niño de Coín, que de seminarista dio el salto a cantaor de café; al Jerezano y a tantos otros. También allí existían compañías de zarzuela y en unas salas cercanas al escenario en su parte superior, se daban cita jóvenes de nuestra buena sociedad, que alardeaban de aficionados al género, aunque más bien eran aficionados al bello sexo que compartía con ellos las botellas de Jerez o los tarros de Ojén y Cazalla. Los forasteros, la gente de campo y determinados obreros gastaban su dinero en el tradicional Café de Chinitas, en el pasaje de Alvarez, donde no eran tan frecuentes los escándalos y se rendía culto a Talía y Terpsícore, entre caña y caña de Manzanilla. Unos ciertos faranduleros, de los que más tarde se destacaron los simpáticos Aragón; y Gil Porro, daban la nota culta, representando dramas, comedias y piezas, siendo preferidos por aquel público de escaso gusto aquellos sainetes que acababan en palos o a puñetazos; o los melodramas que ponían los pelos de punta. No obstante, en aquel reducido escenario se representaron obras de Echegaray y Leopoldo Cano y otras en espectáculos como El nacimiento del Mesías o El mal Apóstol y el Buen ladrón. Los Cafés de la Independencia y el de la Butibamba, perdidos en aquella multitud de callejas de las Siete Revueltas, que eran laberinto indiscutible para los forasteros sobresalían por lo escandaloso de sus bailes y por las libertades de sus artistas. En aquellos lugares hizo furor el Can-Can más desenvuelto que pueda concebirse y que alguna madrugada se bailó sin malla, afrontando las multas gubernativas. Se contrataron por los Empresarios las can-canistas más célebres, sin reparar en sueldos y se representaba diálogos que no desmerecían de los que más tarde llenaron de público los coliseos cortesanos Chatebrol y el Madrileño. Aún recuerdo el nombre de una bailarina popular que en Málaga tuvo muchos admiradores y recibió bastantes regalos. Era ágil, habilidosa, de buena forma, atrayente cara y voluptuosos ademanes. Llamábase Matilde Ros y traía un cartel refrendado por el público en Madrid y Sevilla, ganó y dio a ganar no pocos escudos. Existían otros Cafés-Cantantes de menos nombre. El del Turco, situado en la calle de Santa Lucía, que fue pasto de las llamas, era de fecha posterior,

Eusebio Rioja.- Pág.- 239

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 240

no alcanzando la época a que nos referimos. Tuvo importancia, no sólo dentro del género de cante flamenco, sino como teatro frecuentado por compañías regulares, algunas buenas, dignas de mejor local y de público más distinguido. Los Cafés Cantantes que las nuevas generaciones han conocido no fueron ni sombra de aquellos que citamos. Hoy sólo existe el de Chinitas y apenas si conserva algo de su tradición popular. Las autoridades, la policía y el mismo gusto del público realizarían la obra de su transformación.

Eusebio Rioja.- Pág.- 240

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 241

FUENTES BILIOGRÁFICAS 1) Albuera Guirnaldos, A.- Vida cotidiana en Málaga a fines del XIX,
Editorial Ágora, Málaga, 1998.

2) Alonso

C.- La Canción Lírica Española en el siglo XIX, Itto. Complutense de Ciencias Musicales, Madrid, 1998. Barcelona, 1994.

3) Álvarez Caballero, A.- Arte flamenco, 4 vols., Ediciones Orbis, S. A., 4) Álvarez 5) Álvarez
Caballero, A.- El baile flamenco, Alianza Editorial, S.A., Madrid, 1998. Caballero, A.- El cante flamenco, Alianza Editorial, S.A., Madrid, 1994.

6) Andújar,

M.- Vísperas 3. El destino de Lázaro, Alianza Editorial, S.A., Madrid, 1976. Málaga, 1888.

7) Anónimo.- Almanaque-guía de Las Noticias para 1888, Las Noticias, 8) Anónimo.- Guía de forasteros en Málaga y directorio manual últil a
todos para el año de 1838, Imprenta del Comercio, Málaga, 1838.

9) Anónimo.- Guía del forastero en Málaga durante la temporada de los

baños y en los días en que han de efectuarse los festejos en celebración del CDI de la reconquista de esta ciudad, Tipografía de Las Noticias, Málaga, 1888.

10) 11) 12)

Arias Espejo, J.- Un olvido injustificado: Cayetano Muriel “Niño de Cabra”, Ayto. de Lucena. Delegación de Publicaciones, Diputación de Córdoba. Delegación de Publicaciones, Lucena (Córdoba), 1998. Arrebola, A.- Los cantes preflamencos y flamencos de Málaga, Universidad de Málaga, Málaga, 1985.

Asencio, J.- Verdadero arte de tocar la guitarra por cifra sin ayuda de maestro. Por D. J. Asencio, Imprenta de la Viuda de Válor e hijos, Málaga, 1884.

Eusebio Rioja.- Pág.- 241

Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.- Pág.- 242

13)

Bejarano Robles, F. (Paco Percheles).- Cafés de Málaga (...y otros establecimientos), Editorial Bobastro, Málaga, 1989, recopilación de artículos publicados en la prensa local, entre el 23-XII-1940 y el 31-XII1945.

14) 15) 16) 17)

Bejarano Robles, F. (Paco Percheles).- Las calles de Málaga. De su historia y ambiente, Editorial Arguval, Málaga, 1984 (2 vols), 1ª edición: 1841-1942.

Bejarano Robles, F.- Del cante y de la malagueña, Publicaciones de la Librería Anticuaria El Guadalhorce, Málaga, 1963. Berjillos, M.- Vida de Juan Breva, Vélez-Málaga (Málaga), 1976.

Berlanga Fernández, M. A.- Bailes de candil andaluces y “fiesta” de Verdiales. Otra visión de los fandangos, Servicio de Publicaciones. Centro de Ediciones de la Diputación Provincial de Málaga, Málaga, 2000.

18) 19) 20) 21) 22) 23) 24)

Blas Vega, J.- Don Antonio Chacón, en: V.V.A.A., Huellas del cante en el siglo XX (Vid.), pp. 21-38. Blas Vega, J.- Los cafés cantantes de Sevilla, Editorial Cinterco, S.A., Madrid, 1990. Blas Vega, J.- Los cafés cantantes, en: V.V.A.A., Historia del Flamenco (Vid.), vol. II, pp. 227-252. Blas Vega, J.- Silverio Franconetti, en: V.V.A.A., Historia del Flamenco (Vid.), vol. II, pp. 83-93.

Blas Vega, J.- Silverio. Rey de los cantaores, Ediciones de La Posada, Publicaciones de Ayto. de Córdoba, Córdoba, 1985. Blas Vega, J.- Vida y cante de don Antonio Chacón. La Edad de Oro del Flamenco (1869-1929), Área de Cultura del Excmo. Ayto. de Córdoba, Córdoba, 1986.

Blas Vega, J. y Ríos Ruiz, M.- Diccionario Enciclopédico Ilustrado del Flamenco, 2 vols., Editorial Cinterco, Madrid, 1988.

Eusebio Rioja.- Pág.- 242

. Bohórquez Casado..A.. 1890-1938. Esperanza Nuestra (Vid. 3ª edición aumentada y corregida. Málaga. Obra Cultural de la Caja de Ahorros Provincial de Málaga.243 .. Bohórquez Casado. (Cantes de viejos oficios..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.A. Ch. F.. pp. y Doré. Publicaciones de la Librería Anticuaria El Guadalhorce. Corujo Tejera.. Cepas. II. 1968. Calzado Gutiérrez.La Música Canaria de Cuerdas.. Sevilla. Málaga. Dip.. pp. 1976. II. Vida y obra de la reina del cante flamenco.Apuntes para la historia de las mancebías de Málaga. Sevilla. De su historia y ambiente (Vid.. La Laguna.. de Lucena. Carrera.V. L. G. Ayto.).El alma de España. 1997.243 25) 26) 27) 28) 29) 30) 31) 32) 33) 34) 35) 36) Blasco Alarcón... M. Blasco Alarcón. Eusebio Rioja. Davillier.La Niña de los Peines en la Casa de los Pavón. J. Diputación Provincial de Málaga.El Paso y la Esperanza.Los Fandangos de Lucena. A. Signatura Ediciones de Andalucía. ambientes y artistas lucentinos). Historia del Flamenco (Vid. vol. Caffarena.El Carbonerillo.La Málaga de principios de siglo. I. Instituto de Cultura de Excma.La Málaga de principios de siglo.).Vocabulario Popular Malagueño. 1998. de Sevilla... H.V. Ellis.A. Servicio de Publicaciones. Área de Cultura y Ecología. vol. Bohórquez Casado. Madrid. S... 1996. M.A. vol. 2000.Fernando el de Triana. D. Málaga. S.Pág.A. 295-297.Pág. 2 vols. D. Lucena (Córdoba). Dichas y desdichas de un romántico del cante flamenco.).. Málaga. 1988 (1ª edición: 1874). 1974. en: V.Viaje por España. en: V.. M. Grech. 69 a 153. M.. M. 1973. citado por Bejarano Robles en: Las calles de Málaga..

). edición preparada por Alberto García Ulecia. G. pp. (Vid. 1997. Costumbristas españoles (Vid. facsímil de la edición de 1799. IX.... los nativos y sus costumbres.Coplillas. deportes y gastronomía. Málaga. Novenas Jornadas de Estudio sobre Historia de la Guitarra (Vid.V.. religión. citado por García-Matos Alonso..Pág. T. 1980. 1969. Ford. C.A. García-Matos Alonso. M.. L..Juan Navas y la guitarra flamenca.Más cosas de Málaga. 40) 41) 42) 43) 44) 45) 46) 47) 48) García Herrera. F. Flores. Góngora y Argote. Granada. (1ª edición: 1845). G. Londres.A. bellas artes. Eusebio Rioja. literatura.V.). vol.).A.La Niña de la Puebla. Secretariado de Publicaciones de la Universidad de Sevilla. F. Ediciones Turner.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.El Barbero.Pág.. (primera edición: 1843).. La guitarra en la historia. 2 vols. en: V. Málaga. Gautier. José Batlló.).Arte de tocar la guitarra española por música..V. citado por Rojo Guerrero. en: V. M...Poema del cante jondo. editor.Manual para viajeros por Andalucía y lectores en casa que describe el país y sus ciudades.. Madrid. A. R. una vida ejemplar.. A.. Publicaciones de la Librería Anticuaria El Guadalhorce.A.Las confesiones de Antonio Mairena. García Lorca.Viaje por España...El recreo del viajero. Guzmán. Sevilla. García Herrera.. G.El doctor Gálvez.244 . (1ª edición: 1843-1844)... García Ulecia.A.. vol. 1997 (1ª edición: 1931). IV. de. Cantaores malagueños. en: V. A.244 37) 38) 39) Ferandiere. Herrera Rodas. 1985. las antigüedades. Historia del Flamenco (Vid. Barcelona. (Vid. introducción y edición de Brian Jeffery. M. 1976.. Casa-museo Federico García Lorca de Fuente Vaqueros (Granada). 151-155. 1894.A. Patronato García Lorca. leyendas. Tecla Editions.). C. Diputación de Granada.

de Málaga.245 . en: J.). 1986. en: Diego Clavel. Ayto. S. 1998. Málaga. de Málaga. T... pp. J. 1992. J. Personajes en su Historia.245 49) Herrera.Gitanos de la Bética.De cante grande y cante chico. en: V. Escelicer. F. C. 105-108. C.A...La música entre Cuba y España. Llordén Simón. M... F.V. Arcas. Secretariado de Publicaciones de la Universidad de Málaga. en: V.. (Vid. Lara Sáchez.. Madrid.V.Pág. 1988.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Área de Cultura.A. de.L. J. Escelicer. M. J. 1993.El puerto de Málaga en la transición a los tiempos modernos. Málaga. 1926. La malagueña a través de los tiempos.. Cádiz. T. Madrid. 1942. Obras completas para guitarra. Luque. 113117. Madrid. Área de Cultura y Educación de la Diputación Provincial de Málaga.A. Luna. M. C.Julián Gavino de Arcas Lacal. Textos en homenaje a Joaquín Vargas Soto (Vid. MadridBuenos Aires-Cádiz..Pág. S.. 1997... Málaga. Luna.. de.. 1942. A. 50) 51) 52) 53) 54) 55) 56) 57) 58) 59) 60) Linares.Antonio Ortega Escalona “Juan Breva”.El Niño de las Moras: entre la mar y el campo. Fundación Autor. 52 piezas para guitarra (1 inédita).El Café de Chinitas. Nueva edición facsímil de sus ediciones originales. 14-19. y Ternero Lupiáñez.A.) pp. y Núñez. 31 malagueñas. J. F. MadridBuenos Aires-Cádiz.. López Beltrán. Servicio de Publicaciones de la Universidad de Cádiz.El puerto de Málaga... Luque. Fortificaciones y urbanismo. López Castro. de. Documentos para su estudio. de. Luna. El Cojo de Málaga..La Taberna de los 3 Reyes.. Ayto. Soneto Ediciones Musicales. Luna. El Cojo tiene castañas. Málaga. C.L. M. J. 1988 (1ª edición: 1951). pp. Eusebio Rioja. Málaga.

Málaga. Salamanca. 1974. 1984. Málaga..246 .El flamenco en Granada. Cádiz. G. librepensamiento y otras heterodoxias en la Málaga del siglo XIX... 1989..Masonería.. IV. Eusebio Rioja.A.Pág. Novelas españolas.. vol. 1998. Molina Fajardo. R.Diccionario geográfico-estadístico-histórico de España y sus posesiones de ultramar por. Molina. 1866. Servicio de Publicaciones. 66) 67) 68) 69) 70) 71) 72) 73) Martín Salazar. Ediciones Seyer. Martín Tenllado. Flamenco. E.. Tipografía La Marina. El nacionalismo musical. Miguel Sánchez. Ediciones La Farola. Cultura: Razón común en Andalucía. (1ª edición: 1963).. Málaga. Ediciones de La Posada.Eduardo Ocón..Método de guitarra. A. protestantismo.. S. Málaga en el cante.. 1995.. Marín. 1986.. Málaga. Historia del Flamenco (Vid. 1986. en: V. Editorial Guadalfeo. facsímil de la edición original de 1902. Librería Cervantes. J.. R.Guía de Málaga y su provincia por. Teoría de sus orígenes e historia.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Valladolid.V. pp.. Martínez Barrionuevo. J. 1887. 1996. Por música y cifra. y Cerda. Martín Ruiz..A. E. J. Madoz. Ambito Ediciones..). facsímil de la edición original de 1845-1850. Córdoba. Málaga. 1991..A. estudio introductorio y edición de Eusebio Rioja. editor. de la .Las Peteneras. Granada. M.Raíces y costumbres verdialeras.Pág. Mateo Avilés. Mercier.. 1986. A.El Padre Eterno. Unico publicado de aires andaluces. Madrid.. Mandly.Las malagueñas y los cantes de su entorno. A. Viajeros románticos en Málaga. Centro de Ediciones de la Diputación Provincial de Málaga.“Echar un revezo”.. Majada Neila. E.. P. Motril (Granada).... 431-441.246 61) 62) 63) 64) 65) Luque.

. y Espín. Málaga. Málaga.. Servicio de Publicaciones de la Universidad de Cádiz. II. en: Historia del Flamenco (Vid. y Mairena. 1880. 1894. Sevilla. en: Historia del Flamenco (Vid. Molina. Málaga. Crimen en Málaga. 1974.. N. Extremadura e indicador de España para 1881. R..Indicador comercial de España y Portugal (Secciones de Ultramar y el Extranjero).. M. Naranjo Loreto. L. Málaga. Granada.Pág. L. Percusión y jaleos.Flamenco de ída y vuelta. vol.. S. Navarro García. Núñez de Prado. Muñoz Cerisola. N. S... L. 119-143...Cantaores andaluces. Málaga.. 1971 (1ª edición: 1963). J..El Nitri. Valencia. El elemento negro y afroamericano en el baile flamenco. Cádiz..¿Se sabe algo. Sevilla. Portada Editorial.247 . P. pp. Sevilla. 2002. A.Narraciones sobre la liturgia de la muerte. la crueldad y la vida. A.Guía general de Andalucía. Nadal Sánchez. Ortiz Nuevo.? Viaje al conocimiento del arte flamenco según los testimonios de la prensa sevillana del XIX. Indicador comercial de España para 1894.. Navarro García.. pp. 1985. Librería Al-Andalus. L. Navarro García.. Historias y tragedias. Muñoz Cerisola. J.. 1987. 95-98. 1878.L.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.).247 74) 75) 76) 77) 78) 79) 80) 81) 82) 83) 84) 85) 86) 87) Molina. R..De Telethusa a la Macarrona... Muestrario de Malagueñeros y Malagueñas. Moñiz. G. Málaga.). VI.. L. L. Desde Eusebio Rioja. 1998. 1808-1850. 1883. M. J. J. Bailes andaluces y flamencos. facsímil de la edición original de 1904.Mundo y formas del cante flamenco. VII Bienal de Arte Flamenco. L. vol. 1992.Pág. Moñiz.Guía de Málaga. Portada Editorial.Guía de Málaga y su provincia para 1878 por Lorenzo L.Semillas de ébano. Muñoz Cerisola.. N. Navarro.

.. J. Editoral Bobastro.. Área de Cultura del Ayto. J.. Málaga. Málaga. L. 1999.. Ortiz Nuevo. Asta Regia. J. F.La Academia de Bellas Artes de Málaga en el siglo XIX.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Jerez de la Frontera (Cádiz). pp. J. Sevilla. 88) 89) Ortiz Nuevo. Diputación de Sevilla. J..La Flor de la Poesía. 1912. IV.. 1983. Ministerio de Educación y Cultura. Málaga en nuestros días. 1902. L.248 comienzos del siglo hasta el año en que murió Silverio Franconetti (1812-1889). 1990. desde sus principios hasta la conclusión del siglo XIX. E. Otero. Evocación de las grandes figuras del flamenco. Palomo Díaz.Pág.Mi gustar flamenco very good.V. M. L.. Historia del Flamenco (Vid. Sevilla.. 405-409. Málaga. 96) 97) 98) Pérez López. Colección de las mejores composiciones del célebre vate. Área de Cultura del Ayto. Málaga.. Málaga. Área de Cultura y Ecología. Bienal de Arte Flamenco.. citado por Ángel Álvarez Caballero en: El cante flamenco y en Arte Flamenco (Vid. Padrón Ruiz.. especialmente andaluces. Sevilla.). regionales españoles..Tratado de bailes de sociedad. de Sevilla.Guía oficial de Málaga y su Provincia.A. 1987.La sociedad malagueña en el siglo XIX..A su paso por Sevilla.Tango de negros: Tango americano: Tango. J. en: V. Noticias del Flamenco en Serva.Pág. con su historia y modo de ejecutarlos. Sevilla. A. J. M. 1896. 1998. J. 1882. L.La rabia del placer.248 .. Ediciones El Carro de la Nieve. L. Sevilla. J... 90) 91) 92) 93) 94) 95) Ortiz Nuevo. de Sevilla.. y Núñez. Ortiz Nuevo.. Pantoja Antúnez. 1996. Pazos Bernal. Pascual y Torres.A. 1963. El nacimiento cubano del tango y su desembarco en España (1823-1923). Editorial Arguval. Consejería de Cultura. 1902. F.). Junta de Andalucía. Eusebio Rioja. INAEM. vol.

Silverio Franconetti.A.Diccionario biográfico-bibliográfico-histórico-crítico de guitarras (instrumentos afines).. II. guitarreros (luthiers). amateurs). “La Macarrona”.A. D..V. 1995. 110) Rioja. D. A. Barcelona.La música en las obras de Cervantes..Pág.A. Viajeros románticos en Málaga (Vid.).). 2000. V. 102) Pino.Historia del teatro en Málaga durante el siglo XIX.. de la.Juana “La Macarrona” y el baile en los Cafés Cantantes. 101) Pineda Novo. 1948.Pág. 147-150.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. 115-126.. D.Francisco Díaz Fernández "Paco el de Lucena". 100) Pineda Novo. J. Pláticas con Diego el Perote. lahudistas. facsímil de la edición original de 1934. danzas y cantos. Historia del Flamenco (Vid. S.V. Cornellá de Llobregat (Barcelona). 151-159. 1996. pp. Fundació Gresol Cultural.Málaga y sus gentes en el siglo XIX. Ediciones Comtalia. vol. 104) Prat.Francisco Sánchez Cantero “Paco el Barbero”. Introduction de Matanya Ophee. L..El cante por Malagueñas. 109) Rioja. E. M.. 2 103) Plata. pp. (Vid. Faz. Universidad de Málaga.. (1ª edición: 1857). J. 1985. Inc. Editoral Arguval. en: V. del.A. E. en: V.). Columbus. D. pp.). Editions Orphée. 173 a 196. Cátedra de Flamencología..249 . vol. Juana.. “Noticias inéditas”. 1961.. II. citado por PINEDA NOVO. Málaga... vol. II.. Aquí + Más Multimedia.La guitarra flamenca de concierto: 108) Rioja.. Málaga. Ediciones Giralda.).. Retratos literarios de una época. y Suárez-Pajares.V.Cartas de España. Eusebio Rioja.A.A. desde los orígenes hasta Rafael Marín... Ohio. J. guitarristas (profesores. E. en: V... Málaga. en: Majada Neila... Historia del Flamenco (Vid. terminología. Editorial Arguval. 105) Querol 106) Quiles Galvadá. 107) Rioja E. 1983.. Historia del Flamenco (Vid. Sevilla. pp.249 99) Petrovich Botkin.Flamencos de Jerez. vols.... E. Jerez de la Frontera (Cádiz). compositores. 1986.

Málaga. 5-93. vol. Ediciones de la Peña Juan Breva.. Bienal de Arte Flamenco VI... Lucena. vol.. E. IV.La magia de la fiesta de Verdiales. ventas y tabernas en la Málaga de finales del siglo XV. pp. Las Saetas Malagueñas.A.V.V. 263-270.A. 123) Rioja. Málaga. 337-346. 1989.A. Ayto. E. pp.A. Ayto. Historia del Flamenco (Vid. 121) Rioja. Córdoba.V. E. 116) Rioja. vol. E.V. 122-137. 2ª edición.. Vida cofrade y entorno de las cofradías malagueñas (Vid. de Eusebio Rioja.. en: V. de Córodoba. en: Julián Arcas.Pág. E.250 .A.. 1998.Orígenes de la hostelería en Málaga y su provincia. Ediciones de La Posada. 1992.La guitarra malagueña. 1990.A. pp. E.. en: V. de Málaga. Ayto. III. Productora Andaluza de Programas.Manuel Serrapí Sánchez “Niño Ricardo”. en: V. 114) Rioja. en: V..Julián Arcas.Julián Arcas. 1989.. 112) Rioja. 1987. Sevilla.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. 118) Rioja.. E. E.. Historia 115) Rioja. II.. 2002. Ponencias del XXII Congreso de Arte Flamenco (Vid). Cinco siglos de historia.Las Saetas Flamencas. Cinco siglos de historia.).)..)... E. Sevilla.. II. 113) Rioja.).La guitarra malagueña.. 122) Rioja. pp. E.). Málaga.La emancipación del guitarrista. S.La Saeta Malagueña. 35-39. E. del Flamenco (Vid.La Saeta en Málaga. El Toque. 165-163.. pp..A. vol. Área de Cultura y Educación de la Excma.. Historia del Flamenco (Vid. Historia del Flamenco (Vid. Fantasía El Paño. 117) Rioja. E. Mesones.V.A.Paco el de Lucena o la redonda encrucijada. en: V. E.A. Diputación Provincial de Málaga.A.Pág. Lucena (Córdoba).Julián Arcas o los albores de la guitarra flamenca..A. pp. 120) Rioja.A. La Semana Santa en Málaga.250 111) Rioja. 119) Rioja...A.A. en: V.

pp. E. 132) Rojo.. Málaga.. vol.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.La guitarra en los primeros tiempos del 127) Rioja. Benalmádena (Málaga). 104-108. II.A.Pág..El Cojo de Málaga y los cantes de Levante. en: V.A..V.V.A.).. 135) Rojo.). Pequeña gran historia del flamenco. 1987.Cantaores malagueños.. G.. E. Historia del Flamenco (Vid.Joaquín José Vargas Soto “El Cojo de Málaga”. I. 6. G.A... vol. 296-297. Historia del Flamenco (Vid. Lucena.A. Paco Lucena: la proyección histórica de su toque. A..A. pp. II.). M... pp.A. Textos en homenaje a Joaquín Vargas Soto (Vid..). Flamenco (II). pág. en: V. 47 a 64. Diccionario de la Música Española e Iberoamericana (Vid. 323-348.). en: J. 1994.). en: V. en: V.V. El Cojo de Málaga.V. en: V. XV Congreso Nacional de Actividades Flamencas. 133) Rojo... y Cañete. pp.A.V. (Vid. Arcas (Vid. pp. 125) Rioja.A.El puerto de Málaga bajo los Austrias. E. Málaga.. Textos del Encuentro celebrado en Puente Genil en junio-julio de 2000 (Vid). XXII Congreso de Arte Flamenco.A.. pp.A. Pinceladas Flamencas (18501950).. E.A.. G.V.A. Servicio de Publicaciones de la Diputación Provincial de Málaga. Paco de (Francisco Díaz Fernández).).). G. en: V. Estepona (Málaga). 83-91.A. 130) Rodríguez 131) Rodríguez. Eusebio Rioja. 10-14. vol..J. en: V. 129) Ríos E. pp. en: V. 1984..A. L. 11 a 20. 134) Rojo. Manuel Torres (Significación y genialidad flamencas). 128) Rioja. Ruiz.. M.Cantaores Malagueños.. 419-427.251 124) Rioja.Rafael Flores Nieto “El Piyayo” (1864-1940).V.Pág. 126) Rioja. personajes en su historia.251 ..V. pp.Rafael Marín.A. Alemán. Arcas y su obra para guitarra. 1073. Historia del Flamenco (Vid. Ponencias y comunicaciones del XVI Congreso Nacional de Actividades Flamencas (Vid.

de Triana. Eusebio Rioja.Los Verdiales: Raíces del folklore andaluz. y Harris Winspear. 140) Rojo. Shaftesbury.. III. de Cultura y Educación de la Diputación de Málaga. vol. Almería. en: V. S. en: V.).). G.. Sevilla.Mujeres malagueñas en el flamenco. J. Dorset. 1875. 2004. The Sanguino Press. Historia del Flamenco (Vid.. Historia del Flamenco (Vid. Primeras Jornadas de Estudio sobre Historia de la Guitarra (Vid. M. vol.. G. Vida y obra. M. J. 141) Romanillos Vega.A. IV.Indicador y guía general de Málaga y su Provincia. I. Área 146) Romero Esteo.. L. M.. 1992. pp. L.A. 147) Rondón Rodríguez. Element Books Ltd.. Antecedentes. Pareja. J. 144) Romanillos.252 . La Guitarra en la Historia. 139) Rojo. 2002. 35 a 40... His life and 143) Romanillos. L. 145) Romero Esteo.A.Juan Breva. 1994.. Guijosa (Guadalajara). 117-123. Ediciones Giralda.Juan Breva.Pág. Sarría.. 138) Rojo.A.. II. J.A. G.V. pág. su vida y obra... pp. Málaga. vol.. CAJAMAR e Itto. 1987. work. El Avisador Malagueño.. 2002.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. L..Voces malagueñas.A.).A.. Longmead.Pág.. Ayto.. de Córdoba. 2001.234. 45-66.. Ediciones La Posada. Guitarrero. de Estudios Almerienses. 142) Romanillos. Málaga.).V. Málaga. Málaga..A. vol.Historia y musicología de los Verdiales. 225.252 136) Rojo. M.Antonio de Torres. en: V. G.2002).V.V. pp. en: V.The vihuela de mano and the spanish guitar. Historia del Flamenco (Vid. G.En torno a Torres. Guitar maker. 137) Rojo. J. A dictoinary of the makers of plucked and bowed musical instruments of Spain (1200.Málaga. L. Recuerdos y confesiones del cantaor Rafael 148) Rubio y Guerrero. realizaciones y secuelas. 2004..Antonio de Torres. J. Córdoba.

W. Editorial Bobastro. Octavas Jornadas de Estudio sobre Historia de la Guitarra (Vid.V. vol. facsímil de la edición original de 1935. de las fuentes escritas y de las fotográficas..A. Almería. Ayto. Dos siglos de flamenco.V.La aparición del cante flamenco en el teatro jerezano del siglo XIX. Taranta. 158) Urbano. G. A. Histoire Universelle de la Musique. 152) Starkie. Linares (Jaén). Granada.A... pp. 51-62. Concejalía de Cultura. S. 159) V.. en: V. Textos en homenaje a Joaquín Vargas Soto (Vid. M.Don Gitano.A.. 1996. 2 vols. Almería.Pág.253 .- XIX Congreso Nacional de Actividades Flamencas. 1991. en: V..A. edición de E. y Rioja Vázquez.La guitarra flamenca a principios del siglo XX.Pág. Ediciones Demófilo. 1985.. Actas de la Conferencia Internacional... E. Fernán Núñez (Córdoba). S. el de. Guevara. de Linares. J.El guitarrista Julián Arcas (1832-1882).. 150) Sevillano.A. Una biografía documental. 1959. 1951 (2 vols).Arte y artistas flamencos. Aguilar. Costumbristas españoles. Cafés cantantes y artistas de 151) Soler la tierra.El Cojo de Málaga en los cantes bajoandaluces.. Diputación de Almería. VIII. Jerez (Cádiz. 2003.).. Cante y artistas de Linares.).Almería por Tarantas.. 155) Suárez-Pajares.V. Correa Calderón.253 149) Sesmero. 21-25 de junio de 1988) (Vid.V. Eusebio Rioja. facsímil de la edición original de 1936.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. 154) Steingress.). L.153) Starkie. Málaga. Voyage musical dans le temps et l'espace.A. 1989.A. 1978..A.. F.. N. pp. 343 a 380. Edisili and Editions René Kister. de Ediciones. Madrid. Instituto de Estudios Almerienses de la Diputación Provincial de Almería. El Cojo de Málaga.Encuentros con Málaga.A. de los registros sonoros. W.. Paris-Genéve. 79 a 121. 156) Torres. Espagne. J. Diputación Provincial de Granada. pp. Instituto de Estudios Almerienses. 157) Triana.. A. en: V. La Guitarra en la Historia. a la luz del “Método” de Rafael Marín.

La guitarra en la historia.. Jerez (Cádiz). Editotial Arguval..A.G.V.A.A. Estepona (Málaga).. 2000. Ayto. 1992.V. edición coordinada por Alfonso Benítez López. 1987. 21-38. Editorial Arguval.161) V.A. Fundación Andaluza de Flamenco.V.. 1995.A.A.167) V..V.. de Sevilla.Silverio Franconetti. 21-25 de junio de 1988).. vol. S. IX. Sevilla.A. dirigida por Emilio Casares Rodicio. 1994. Málaga. Textos en homenaje a Joaquín Vargas Soto. Ediciones de La Posada. Córdoba. EMI-Odeón. pp. Peña Cultural Flamenca Eusebio Rioja. pp. 6 vols. edición coordinada por José Antonio García Sánchez. edición de Miguel Alcobendas.A. Vida cofrade y entorno de 166) V. 1995-2002. 1988. personajes en su Historia.A.. Novenas Jornadas de 165) V.V.A.A. S.E. “La Pajarona”.A.A. 83-131. Madrid.... 1998.V. Dos siglos de flamenco.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.La Semana Santa en Málaga. Cien años de que murió y aún vive. Área de Cultura.. 1989. Ayto. dirigida por José Luis Navarro García.V.A. las cofradías malagueñas.162) V.254 160) V. Esperanza Nuestra. Granada.Pág. 1989.V. Actas de la Conferencia Internacional.V. 1985.V.. 171) V.A. Madrid.A. 169) V. Málaga.A. Real Archicofradía del Dulce Nombre de Jesús Nazareno del Paso y María Santísima de la Esperanza. de Córdoba. Málaga.A.A.163) V.- El Cojo de Málaga. Ediciones Tartessos.- Málaga. Historia del Flamenco. Jerez (Cádiz.A. 9 vols.V. Ponencias del XXII Congreso de Arte Flamenco.A.A. 2002.Pág.A.A. Editorial Comares. S.254 .A. Estudio sobre Historia de la Guitarra. Huellas del cante en el siglo XX.. edición coordinada por Eusebio Rioja. edición coordinada por Jesús Castellanos Guerrero.L. Homenaje al Maestro Solano.A.V. Diccionario de la Música Española e Iberoamericana. 164) V. 170) V. 168) V. Miguel Ropero Núñez y Cristina Cruces Roldán.

A. Peña Flamenca de Jaén. Ayto. edición del autor. Apuntes y datos para las biografías de Rojo 180) Zambrana.A. de Córdoba. 178) Vila..Guía del viajero en Málaga. M. Ediciones de La Posada... vol. 1997. Eusebio Rioja. 1988. 179) Yerga Lancharro. La Ilustración Española.A.255 172) V.Juan de la Loma. Jaén. Málaga. La Trini y Manuel Torre.V. vol. Diputación de Córdoba.A. I.Pág.Málaga cantaora. Málaga.. B. Pequeña gran historia del flamenco... La Guitarra en la Historia. Delegación de Cultura.Guía del Forastero en Málaga e Indicador General de la Provincia. 1903. A. 177) Vargas. edición coordinada por Eusebio Rioja. 1994. 1990. Ayto.Pág.A. Estepona (Málaga. 176) Valero de Estudio sobre Historia de la Guitarra... Ponencias y comunicaciones del XVI Congreso Nacional de Actividades Flamencas.V. P.. 2003. 175) V. Primeras Jornadas de 174) V. Memorias apócrifas de un cantaor mijeño. XXII Congreso de Arte Flamenco..V. de Córdoba. Octavas Jornadas 173) V. Córdoba. 1861. Málaga. S.V. (Francisco Valero Vargas) y Fuentes.. 1981..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. 2001.A. Textos del Encuentro celebrado en Puente Genil en junio-julio de 2000.. La Guitarra en la Historia. Ediciones de La Posada. F. el Alpargatero. Anuario Zambrana.255 . edición coordinada por Eusebio Rioja.A. Vargas.A. Córdoba. VIII. Estudio sobre Historia de la Guitarra.

Pág. bailable. Tengo tango. 29. F. de intereses particulares. 29-VII-1888 • Nº 454.. Revista de flamenco.. • Núñez. Semanario satírico.El afinador de noticias (7).256 FUENTES HEMEROGRÁFICAS 1) Alma100. Revista semanal de literatura. burlesco humorístico.. nº 426. • • • • • • • • • • • • • • • • 12-II-1854 4-V-1854 22-III-1854 4-V-1854 9-VII-1854 15-VIII-1854 15-X-1854 8-XII-1863 17-IV-1870 18-IV-1870 24-IV-1870 26-IV-1870 27-IV-1870 29-IV-1870 1-V-1870 3-V-1870 Eusebio Rioja. 23. pág. Llegó el tango por fín.... 2002.Madrid. nº 32. 2-IV-1893 3) Ateneo. 23. 2002. 2) Apóstoles. F. • Nº 10.256 .. El.El afinador de noticias (6).Y dónde iba a ser si no..Pág.. • Núñez.Málaga.- • Cano y Masas. F. Málaga. L. El. pág. Los.. 2004.Saeta.. pág. jurisprudencia y arte. nº 52. 10-XI-1889 4) Avisador Malagueño. nº 31.Málaga. • Núñez.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.

1-IV-1928 8) Ecos del Guadalevín. 10-XI-1878. Giménez.. Abreviatura Semanal.... 1991. E..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. • 8-IX-1833 6) Candil.Ronda (Málaga).. • Gutiérrez. tomo 3.. nº 123. L..Pág.. A. 11) Granada Costa. M.La Argentinita: vida y obra.. octubre-enero 2000. 51-58.Colomers (Barcelona). J. nº 113. pp.Granada. Revista de Flamenco.Málaga.Los cantos populares andaluces. El concierto del Sr.. 1998.Viejo Carné Flamenco.257 . • Nº 9089. 15-XI-1874 9) Et-Cetera. pp.. nº 10. 10) Factoría. nº 74.Málaga. • Nº 86. La.257 • • • • • • • • • • 6-V-1870 8-V-1870 7-IV-1899 19-IV-1899 24-IV-1899 26-IV-1899 29-IV-1899 1-V-1899 3-V-1899 8-V-1899 5) Boletín Oficial de la Provincia de Málaga. El.Más sobre Paco Lucena. 3497-3502 7) Cronista. pp.. pp..Málaga. • González Climent. 1999. • Ortiz Nuevo..Peña Flamenca de Jaén.Acariciando a Cádiz y a La Habana. Jaén. 644651 • Espín.Pág.. Eusebio Rioja. R. 2879-2888 • Rioja.

1986 (pp. V.. 20-I-1879 Los dos teatros. Málaga. 43-51). • 20-VI-1949 (citado por Berjillos.. Sus relaciones con Málaga. M. Eusebio Rioja.Málaga.258 .. Sus relaciones con Málaga. 6-11 14) Hoja del Lunes. 2.. 22-III2004. A. • Rioja. nº 42. 12) Guadalhorce.. (pp. Nº 11. E. 73-87.Peteneras de tropicales gaditanías. Málaga.. 17) • López Macías.. 2000.El guitarrista Julián Arcas. Nueva York (USA).A finales del siglo XIX existió en el café Universal una reunión famosa de artistas y literatos. J. M.Los gitanos en Málaga. 76-88). pp.000. de Málaga.). El. 30-VIII-1879.. 9-VI-1839 13) Guitar Review.. nº 140. en: revista Jábega. • Rioja..Diputación Provincial de Málaga.Las peteneras.La Rondeña.Society of the Classic Guitar. J. nº 44. 6-13). 9-VII1922.Sevilla. El beneficio de la Sra. nº 97. Diputación Provincial de Málaga.. J.. El. • Bobri..Las playeras. • Bremon. collected during his distant youth by Andrés Segovia. Dip. 30-VI-1879 López Calvo. A group of "Farsetas" for Soleares by Paco Lucena.. • Bejarano Robles. E.El guitarrista Paco Lucena. • Rioja.. 1656). marzo de 1977.. • Díaz Serrano.Pág.Un rato de charla con Chacón.. Maestro Patiño. 24-V-1948 15) Jábega. Nº 85. Vid.Los gitanos en la procesión del Corpus (Málaga. Nº 84. 16) • • • • Juanero.258 • Rondón Rodríguez.. La. Liberal. nº 116.Segovia on flamenco. 10-II-1879 Moya... tomo 1º.Pág. E. pp. M. E. Prov. nº 101. Zamacois.: Galerín. Nº 53.Málaga..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.Málaga. F. and Ansetonius. 1975 (pp.

1-V-1882 25) Revista de Musicología.Málaga.. 26) Revista Literaria..Sociedad Española de Musicología.Julián Arcas: un genio de la guitarra aún desconocido. • Perteneras.. nº 2. 16-28 24) País de la Olla.. 11-V-1937 23) Ocho Sonoro. pp.. XVI. E.Pág. 13-VIII-1878 • Nº 10. 3344-3367. nº 3.Soneto. Revista Semanal.El Arte Popular Andaluz. • Rioja. 7-X-1878 • 23-VI-1879 20) Málaga.Memento Homo.Málaga.Pág. Vegigatorio. pp... • Lord Punch. J. Saetas. Madrid. 26-V-1879 19) Málaga. nº 51...Cantos populares.Cómico. Sevilla. 18-VIII-1879 21) Martes. • Las peteneras. El.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. torero o bailaor...Málaga.Buenos Aires (Argentina). 8-X-1878 22) Nación.. S.. nº 61.Málaga.. nº 6.... • Suárez-Pajares.Asociación Guitarrística América Martínez.. 1998. • Ojeada restrospectiva. El. Eusebio Rioja. Semanario Ilustrado. • Rueda.259 . vol.Julián Arcas: figura clave en la historia de la guitarra española.. La. 20-II-1882 • El Dr.259 18) Málaga. • Anónimo.Málaga. nº 69. • John Bull.

E.Málaga. • Prados y López. de Vélez Rubio. compositor y maestro de guitarra. 30-III-1921 31) Unión Mercantil...260 27) Revista Pintoresca de El Avisador Malagueño. • El café de “Chinitas”.. E. 43-54). C.Málaga.almeriacabal.. noviembre. • 1-I-1901 • 3-X-1904 • 14-VII-1905 32) www. • Rioja.com • Rioja. La. 1993 (pp. Los barberos españoles y la guitarra... Eusebio Rioja.Málaga. M.. Vélez Rubio (Almería).. 2003..Pág. 32) www..artelinkado. E.Ayto.Málaga.. nº 603..Pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.Julián Arcas Lacal (1832-1882). septiembre. Nº 12.. 29) Tarde. 4-VII-1847 28) Revista Velezana. 2003. • S. Un enigmático cantaor y guitarrista decimonónico: Antonio Jiménez de Osuna.260 . concertista internacional.. nº 27.La guitarra y el arte.guitarra. 19-IV-1948 30) Unión Ilustrada.com • Rioja.Costumbres andaluzas. La. La.

• Padrón Municipal de Málaga de 1870.. • Legajo 4523. • Caja nº 250-4.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.2 • Caja nº 250-4.3 • Caja nº 250-4. folio 199 vuelto (José Hidalgo Torres).1 • Caja nº 250-4.. partida nº 495. 4-II-1870 (Antonio López). distrito 4.Pág. • Registro Civil de Nacidos. distrito 3.Pág. • Padrón Municipal de Málaga de 1900. folio 180 vuelto (Nicolás Buzo Gutiérrez). distrito 6. • Padrón Municipal de Málaga de 1900.5 ARCHIVO MUNICIPAL DE MALAGA. 41.. folio 149 recto (Juan Galán García).4 • Caja nº 250-4. vol.261 FUENTES ARCHIVÍSTICAS ARCHIVO DIAZ DE ESCOVAR. Expediente 21.261 .. • Padrón Municipal de Málaga de 1900. Eusebio Rioja. distrito 3. folio 3 vuelto (Juan Navarro y Muñoz).

A. SE-2978/04. Cd. edición del Ayto. 1850-1950. • Guzmán. Jerez de la Frontera (Cádiz).No se borra de mi mente.: FLAM 9309.Análisis de los documentos sonoros. Lp. realizada en 1966.. 32059. Haciendo por olviarte. dirigido por Cristina Cruces Roldán. Pensando en ti desvarío.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. María Esther. Breve antología.El camino de la vía...: DCD S-30013. en: Flamenco.Pág. en: Sabor de Málaga. Grabación original realizada en 1911. Cd. interactivo: CAL 10415.. • V. Centro Andaluz de Flamenco. Productora Andaluza de Programas. 1987. de Benalmádena (Málaga) para el XV Congreso Nacional de Actividades Flamencas. • Perote. Diego el.262 OTRAS FUENTES • Aguilera.Toítas las noches le rezo.: COLUMBIA CCL.: DS 0103. Cd.. Flamenco en France. Patrimonio de Andalucía. 1992. colección audiográfica. en: Málaga Cantaora.V. 2004...262 . Fantasía “El Paño”. Grabación original: ZONOPHONE 552 095 realizada en 1907. • Pena.Pág.A..A. Restauration historique. Paca. Sebastián el. Eusebio Rioja.Julián Arcas.. Cd. en: La Niña de los Peines. S. Sevilla..

Antonio María. Aragón. Albuera Guirnaldos. Alemán. Alberti. Paco el (Francisco Reina). doña. El Cachorro de (Juan Acedo Bellido). José María. Aguilera. Ángel. Alvaradito (Alejandro Alvarado Martín). Ameller. Albéniz. Celsa.Pág. Antonieti. Amaya Molina. Manuel. A. Paca. Alfarache. Alonso. Albarrán. Archidona. Alfonso XII. Alcalí.Pág.. Álvarez Caballero. Andújar. Arcas. Niño de. Juan (El Cachorro de Álora). Francisco.263 ÍNDICE ONOMÁSTICO A Acedo Bellido. Aranda Hidalgo.. Antonio. Joaquín (Joaquín Tabaco). Julián. Mateo. Narciso. Eusebio Rioja. Dionisio. Manuel. Anica la del Mico. Juan. Rafael. Ansetonius. Guzmán de. Aniya la de Ronda (Ana Amaya Molina). Albéniz. Alcaraz. Aguilera. Aldana Muñoz. Sr. Alvarado Martín.263 .Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.. La. Isaac. Alejandro (Alvaradito). Aguado. Aguila. Álvarez. Altolaguirre. Antonio. Águeda. Ana (Aniya la de Ronda). Álora..

Ariza Andrade.. Bergamín. José. Bordenave. José. Pepillo el de la. Manuel. Rafaela. Francisco (Paco Percheles). Ana.. Juan. José. Juan. Carlos el. La (Antonia Mercé). Barbero..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Arias. Bizcocheros. Bellini. Arrebola. Diego (Diego el Perote / Diego el Pijín). Juan. Alfredo. Barragán Cepillo. Eusebio Rioja. Manuel. Betunero. Juan. El señor (Bernardo García).. La (Encarnación López Júlvez). Los. Ariza Urbano. Barés. Atienza González. Miguel Ángel. Berjillos. Paco el. Biosca. Luigi. Arias Espejo. Blasco. José.264 . Paco el (Francisco Sánchez Cantero). Antonia.Pág.264 Argentina. Berlanga Fernández. Los. Antonio el (Antonio Fernández Vargas). Miguel. Severiano. Bejarano Robles. Argentinita. Antonia. Juan. José. Barabino Zambrano. Arias. B Bandidos. Waldo. Barón Charles Davillier. Borrás. Blas Vega. Bizco. Boccherini. Bohórquez. Vladimir. Arias Espejo. Tomás. Bazaga. Ana. Beigveder Morilla. Bisté.Pág. Bernardo. Bobri. Asencio. Biosca. Berza.

Calzado Gutiérrez. Campo y del Campo. Juan (Antonio Ortega Escalona). Cánovas del Castillo. Ángel Luis. Las Hermanas. Nicolás. doña. Calixto. Cámara. Miguel.265 . Canóniga. Manuel. Cañete. Canario El (Juan de los Reyes Osuna). Antonia. Canosa. Niño de (Cayetano Muriel). Campuzano. Francisco. Campos Garín. El (Manuel Reina). Isabelita la.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. John. Eusebio Rioja. Breva Chico.M.265 Borrego. Ángel. Calderero. Vasili Petrovich. Marqués de. Carmen de (Colombine). Manuel del. Burgos. Burrero. Campoleón. El (Juan Padilla Baltanás). El. Capuchinero. Breva. Bull. Canario Chico. Antonio. Leopoldo. C Cabeza. El (Manuel Pasos Gallego).Pág. Caffarena Such. Cano y Masas. Cantares.. Campo de Aras. Bremon. Bruna. Botkin.. El.Pág. J. Cabra. Pedro. Borriqueras. Cañestro.. El (Manuel Ojeda Rodríguez). Borrull Castelló.. Sixto. Brígida. Felipe. Rafaela. Campos. Calderón de la Barca. Encarnación la. Antonio. Buzo Gutiérrez. Calvo. José.

Carrera.. Cecilia. Cerbán. Agustín el.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Pedro. Antonio. Coín. Teresa la. Cepas. Chacón. Carreto. Antonio. Cobo. Cervantes. Carrera. Adolfo (Adolfito el Cuchillero). Carrión. El (Gabriel López). Miguel de.266 Caracolero. Castillo. Colombine (Carmen de Burgos). Cárdenas Guerreo. Céntimo (Manuel Cárdenas Guerrero). Cilla. Cerda y Garriot. El. Carbonerillo. El (Manuel Vega). Fernando. Chata. Chinitas. Luis. Chopin. Antonio Luis. Niño de. Caribe. La. Sr. Chanela. Juan. Ciego. Carola. La. Manuel (Céntimo). Juan. Cojo de Málaga.Pág. Clavero. Ana. Lola la. Colomer. Castillo. El (Juan Toledo). Cartameña.. José de. Carriola. Dña. María la.. Gabriel. Camilo José. Cepillo Barragán. La. Churri. Chirrina. Clavel. Emilio de la. Eusebio Rioja. Castro Tomillo. Carrasco Cerón. El (Joaquín José Vargas Soto). Castilla. Salvador. La Rubia. El (Santiago Segovia). Diego. Casablanca. Diego. Frederick. El.266 .. Casilari. Dolores.Pág. Cela. Carrera.

Cristina. Yerno de. Blanca. Donadío. Crovetto. Díaz de Escovar. Costales. José. Eusebio Rioja.. Francisco (Paco el de Lucena / Paco Lucena / El Lentejo).Pág.. Domingo. Cubas. Domingo. Sr. Conde de Just. Correa Calderón. Custine. Denis Belgrano. José. Roberto. Conejo.267 . Adolfito el (Adolfo Carrasco Cerón). Cúchares. Marquesa de. Antonio. Joaquín. El.. Dorantes.267 Colorao. Antonio.Pág. Díaz Ramírez. Juan. Gerónimo. Cuervo. Corujo Tejera. Curro. Díaz Martín. Cipriano (Cipriano Pitana).Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Díaz Serrano.. Dubiel. Currito el de la Jeroma. Cuchillero. Donadío. Dorado. La (Trinidad Huertas). El Tío. Astolphe. D Dalí. Donizetti. Alfonso. Charles / Barón Charles Davillier. Davillier. Cruces Roldán. Conde Villegas. Graham. Cunninghame. Alejandro. Domingo. Salvador. Victoriano. Emilio. Narciso. Cuesta. Diánez. Demófilo (Antonio Machado Álvarez). Díaz Fernández. Cuenca. Corrales.

Antonio. Farina. Espín. Antonio (Antonio el Bizco). Fideero. Hermanos. Duque de. Fillo. Espantaleón. Carlota. Flores. Fernán Núñez. Pepe el. Juán.Pág. Flores Nieto. Cándida. León. Manuel de. Eusebio Rioja. Fernández Vargas. Erard. José de. General. Fernando. Serafín (El Solitario). Espinosa. Jacinto. Falla. Egea Viudé.Pág. Flores.268 E Echegaray.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Bernardo. Viuda de. Antonio.. Trinidad. El. Ecijano. Ferrándiz. Ecijano. España. El (Manuel Romairones / Romayón). Manuel el. Nicolás. El maestro. Rafael (El Piyayo).268 .. Eduardo. Ferandiere. Flaquer. Fernando VII. Estéban. Egea Vindez. Fajita (Manuel Roldán). Estébanes Calderón. F Fajardo. Antonio. Rafael. Escacena. Farfán (Antonio López Farfán). Miguel. Espinosa. Feria. Fernández. Estrada.. Manuel. Espartero. Felipe.. Diego.

Giménez. García-Matos Alonso. Sr. Gazpachas. García. Gustavo. Gallardo del Pino. Mijail. Galán Rivas.Pág. Carlos. Gitano. Glinka. Sr. Federico. Bernardo.. Gálvez Ginachero. Gautier. García Lorca. Gallo. Theophile. Germán. García Ulecia. García Herrera. Richard. Los. García. Fortuny. Gil Díaz. Juan (Juan de la Loma).. Trinidad. Franza.269 .. Gallardo López.Pág. Milagros. Joaquín. M. Garafi. Bernardo. Giménez. G Gabriela. Las. José. Manuel. Julián. Alberto. Gambero Martín. Frascuelo. N. Romerillo el. Juan. Gayarre. F. García Ramos. Fregoli. García-Herrera. María del Carmen.269 Ford. Galán García. (Antonio Giménez de Osuna / Antonio Giménez). Galerín (Agustín López Macías).Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Gallardo. Liborio. Concha la. Gamberra. Gayarrito.. La Señá (Gabriela Ortega). Gerrero Baena. Gil Porro. Mariano. Gallego. Eusebio Rioja. Francisco. García Matos. José.

. González Climent. Huerta. González. Pastora. José. Reina. Ernest. Gonzalo. Herrera. Havelock Ellis..270 Góngora y Argote. Herrera. Iturbi. Anselmo. Gordón. González.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta.270 . Isabel. Guarrirro. doña. Guerrero. Inés. Gutiérrez.Pág. Francisco. Nicolás. González. González. I Ibarrola. Harris Winspear. Andrés. Guzmán. Niño de la. Guasp. Huertas. Rafael. Paco el (Francisco Monje). Guzmán. Francisco. La. José. Graciano.. González Anaya. Joaquín. Anita. Güelbenzu. Salvador. Edelmira. Rafael (Machaquito). Luis. Huevera.. don. María Esther. Antonio de. Trinidad (La Cuenca). Guijarro. José. Hidalgo Torres. El (Enrique Ortega Díaz). Eusebio Rioja. Isabel II. Gordo Viejo. El. Imperio. H Habichuela.Pág. M.

Félix. Jiménez. Julián. Juan Breva Chico (Miguel Rodríguez).271 J Jacobo I. Lacambra. Jerezano.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. La. El (Francisco Díaz Fernández / Paco el de Lucena / Paco Lucena).. Jerez Perchet. Jiménez Chávarri (Ignacio Sánchez Mejías). Pedro. Eusebio Rioja. Niño de (Manuel Soto Loreto / Manuel Torres). Francisco. León. José. Lengo. Linares. Rouget de. Lentejo. Lagos. Currito el de la. Laguillo.Pág. Lara García. Lara Sánchez. Franz. Javero. Juana. Mari Pepa. Jerez.. Julieta. List. Miguel Lecuona. Sixto. Juanaca. Horacio. José Tallaví. Sr. Joselito. El (Ángel Rodríguez). Juan.Pág. Junquera. Jeroma.. Lebrón. L L’Isle. Sr. Lauret. María Teresa. La. Limendoux. Juan Padilla. Juan. Ernesto. Manuel. El Chato.271 ..

Lomeña. José Carlos de.. María Teresa. Lorente.Pág. M Macarrona. La. Eusebio Rioja. El. José. Pascual. Antonio (El Nene).Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. López. Machado. M. Paco (Francisco Díaz Fernández / Paco el de Lucena / El Lentejo). Luque Navajas. Gabriel (El Chinitas). Francisco (Loriguillo de Coín). Madrid. Paco. Encarnación (La Argentinita). Machaquito (Rafael González). El tío. Loring. Manuel. Antonio. López y Castro. Maineto de la Rosa. Garci. López Macías. Luna. Vicente. (Galerín).. Francisco. Manuel. López. Juan de la (Juan Gambero Martín). López Beltrán. Sra. Antonio. López Júlvez. LL Llordén Simón. La (Juana Vargas). A. López Farfán. Mae. El señor. Loriguillo Márquez.272 Loma. Luna.. López Calvo. Maera. Andrés.272 . Maera. Lustonó. Madoz. López. López de Arriarán. Sr. Losada Herrero. Antonio (Farfán). Luque Gutiérrez.Pág. Miguel. López Castro. Lucena..

Martínez Barrionuevo. Melibea. Jorge.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Martín. Frasquito El. José. Manolito de Jerez. Ignacio. Manga. Martín Velandía. Mercé. Marianas. Matamoros. Antonio. Martínez Ocaña. A. Marquesita. Mandly. Francisco. Martín Ruiz. Elías. Antonia (La Argentina).273 . La. El. Marín Fernández. Antonio. Matilde.273 Mairena. Cipriano. Mateo Avilés. Martín. La. Marqués Piera. Francisco. Marcial. El. Eusebio Rioja. Martín Salazar. Gonzalo. Meric. Martínez de la Vega. Mr. Maroto Sánchez. J. Antonio. Majada Neila. Francisco. José. Mariquita.. Rafael. Marineros. Niño de las. El. Joaquín. Antonio de. Manga. Antonio (Antonio Cruz García). Rosario la. Meri.. Martín Salazar. Mercier. Los. Mezcle. Ramón. La. Martínez de Aguilar.. Jorge.Pág. Marthen. Ángela. Antonio. Mesa López. Medina. Márquez Cabello. Paco..Pág. Marín. Mejorana. Manuel. Francisco. Marín Passeti. Martín Tenllado. Marín. Martínez.

Muñoz. Moreno Carbonero. Moret.Pág.274 . Luis. Tomás. Indro. Romualdo. Moya. Molina. Montoya. Morcillo. Fausto. Moja y Bolívar. Ramón. Muñoz San Román. Morón.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Miguel de. Mosquera. Cayetano (Niño de Cabra). Moras. Tomás. Molina. Mora. Montiel. José. Antonio. Monje. Mosta. Moreno Torroba. Ricardo Molina. Morales Hoyos. Moñiz. Rafael el. Cristóbal. Nicolás. Clotilde. Muñoz Degrain. Molina Fajardo. Eusebio Rioja.. El Maestro. Muñoz. Montanelli. Molina Cundí. Eduardo. Atenodoro. Antonio. Molina.274 Miralles. Morales Ecija. Moratilla. E. Sebastián (Sebastián el Pena / El Pena padre). Morilla Hidalgo. Moreno. Monroy. Muñoz.. Francisco (Paco el Guarrirro).. Molina. Niño de las (Juan Ternero Rodríguez).. Manuel. Federico. Lorenzo L. Morilla. Javier (Molina de Jerez). Muriel. Mariano. Muñoz Cerisola. Moreno. Miguel. Federico. Rafael. Muñoz Beigveder. María. Moya.Pág. José. Francisco.

Nido. Orellana. El.275 . José del. Nitri. Negra de Cádiz. Neruda. Navarro y Trujillo. Eduardo. Nicolás. José. Tomás el. Navarro. Pablo. Elvira.. Ojana. Antonio. Faustino. Eduardo. Navarro. Nogel y de Boquera. Ortega Díaz. Negrete. Negrete. Navas. Juan. Pepe. Navas. don. El (Antonio Losada Herrero).. Antonio (Juan Breva). Joaquín. El (Tomás Vargas Suárez). Narbona. Francisco. Eusebio Rioja. Nieto Tamarit. La.. Núñez. Navarro.275 N Nadal Sánchez. O Ocón Rivas..Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Enrique (El Gordo Viejo). Navarro Perea. El. José. Rafael. Enrique. Antonio. Nene. Olivareros. Nitri. José Luis. Guillermo.Pág. Trinidad (La Trini). Narváez. Navarro Carrillo. Juan. El Maestro. Navas. Nano. Juan Lucas. Nilo. Guillermo. Navarro y Muñoz. Francisco. Navarro García.Pág. Núñez de Prado. Ortega Escalona.

José Luis. P Pavón Cruz. Payans. Tomás. Manuel (El Cantares). Rafael. E. José. Nicolás. Rafael. Palomo Díaz. Ortega. Alejandro. José.. Ortega. Pendón López. Párraga. Pérez López. El maestro (José Patiño González). Parody.Pág. Francisco J. Parrala. Parrala.. José. Pérez Hermitas. Pazos Bernal. Paula. Padilla Baltanás. Otero. Trinidad la. El (Sebastián Muñoz Beigveder / El Pena padre). Juan (El Breva Chico). Pasos Gallego. Niña de los (Pastora Pavón Cruz). Patiño.Pág. Peceña. Pareja. Paca. José Luis. Ramón. Ortega. Pérez Bryan. Pavón Cruz. Pantoja Antúnez. Sr. José María. Patiño González. Paco (Francisco Bejarano Robles). La. Padrón Ruiz. Rita (La Rita). Pena. La.276 Ortega Feria. Paquiro. Pavón. Pedro el Cruel. Joaquina. Peines.276 . Africa la.. Pastora (Niña de los Peines). Eusebio Rioja. Gabriela (La Señá Gabriela). Ortiz Nuevo.. Pérez de Guzmán. Manuel. Dolores la. Pérez Lugín.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Percheles. Arturo. Pascual y Torres. José (El maestro Patiño). María de los Ángeles. Carlota.

Francisco de. Enrique del. Pino. Pericles. Postigo Acejo. Rosario. Cojo de. Daniel. Pons. Antonio. Portillo. Dámaso.277 Pérez. Pomares. Ponce de León. Prats. Pineda Novo. Alfonso (Alfonso el Porrilla).Pág. Piquito de Oro. R Raldán. Eusebio Rioja. Pérez. El (Rafael Flores Nieto). Prat. Pinto. Quevedo. Francisco. Plutón.277 .. Ramírez Acosta. Pimentel. Pablo... Miguel. Quiles Faz. Porrilla. José. Pino. Juan. El. Amparo.Pág. Picasso. Pozo. Perote. Pepe. Matías. Piyayo. Petrolo. Manuel (Fajita). Diego el (Diego Beigveder Morilla / Diego el Pijín). Q Querol Galvadá. El. Domingo. Prados y López. Pijín. Francisco del. Rogelio. Cipriano (Cipriano Díaz Ramírez). Postigo. Manuel.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Rodrigo. Ramírez. Manuel. Diego el (Diego Beigveder Morilla / Diego el Perote). Planeta. Pitana. El. Alfonso el (Alfonso Pérez)..

Robles. María del. Rodríguez. Raspao. Rodríguez Casielles. Rojo Gónima. Romanillos. Román. Antonio. El. Augusto. Amadeo. Francisco (Paco el Aguila).. Ríos Ruiz. José Luis. Rodríguez. Real. Reyes Católicos. Manuel (El Canario Chico). Rioja. Adrián. Roldán. Lázaro.Arturo. Joaquín. Fernando (Fernando el de Triana). Eusebio Rioja. Joaquín. Juan de los (El Canario). Romairones. Raschke. Gonzalo. Niño (Manuel Serrapí Sánchez). Reina.. Reyes. Rodríguez. Juan José. Evaristo. Rojo. Joaquín. Rodríguez Montañés. Melchor. Ignacio. Rodríguez Gómez.278 . Relosillas. Enrique. Rodríguez.Pág.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Enrique. Santos. Pepe. Antonio. Eusebio. Reyes Osuna. Rodríguez Lázaro. Rapela. Ramos. Rapela. Río. La (Rita Ortega Feria). Rivas Casalá. Miguel (Juan Breva Chico). Rita. Salvador. Rivas Beltrán. Manuel (Romayón / El Fideero). Ángel (El Jerezano). Rodríguez. Manuel.Pág. Rodríguez. Risueño.. Rojo Guerrero. Joaquín.278 Ramos. Reyes. Ricardo. Rojo el Alpargatero. Reina. Rodríguez Alemán.. Romayón (Manuel Romairones / El Fideero). Salvador. Francisco. Isabel.

Romero Casalán. Miguel. Aniya la de (Ana Amaya Molina).. Romero. Antonia. José. Romero Esteo. Ross. Andrés. Miguel. Julio. Ruiz. Ronda.. Ruedas. Ruiz Borrego. José María. Rubia. Miguel. Rueda. Sánchez Atienza. Consuelo. Ropero Núñez. Romero de Torres. La (Lola Torozio). Ruiz Vargas. Ruiz. Salcedo. Salvador. Sr. Arturo. Sánchez Atero. Romero. El Tío. Salcedo. Matilde. Ruiz. Ronda. Rossini. José.. Antonio. José. Rosendo. Rosao.Pág. Rondón Rodríguez. Salvador. La. Juan. Rucoba. Rubinstein. Antonia y Josefa.279 .279 Romeo. Celedonio. Roteña Chica. Celín.. Joaquín. Pepe. Sánchez Atienza. Carlos. José. Romero. Ros. Carlos. La. Eusebio Rioja.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Ruiz. Romero el Tito. José. Rubia sevillana. S Sagasta. Sancha. Rubio y Guerrero.Pág. Sánchez Atienza. José. José María de.

. Sanz. Stauffer. Sevillano. Paco el. Solitario. General. Sesmero. Santiago. Sánchez Mira. Carlos.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Francisco. José. El (Serafín Estébanez Calderón). Isabel la. Sevillano. Manuel. Francisco (Paco el Barbero). Antonio. Robert. Schuman. Manuel (Manuel Torres / Niño de Jerez). Sancho. Eugenio.280 Sánchez Atienza. Soler. Andrés. Serrapí Sánchez. Luis. Sol. Santiago (El Ciego). Juan. Juan. Soto Loreto.Pág. Santa María. Steingress. Domenico. Padre Antonio.. Suárez-Pajares. Saz. J. Segovia. Seguí. Walter. Soler. Isabel. Javier.. Serrano. Murga. Gerhard. Soto. Santa Olalla. Manuel.J. Sánchez. Silva. Scarlatti. Sánchez Mejías. Ignacio (Jiménez Chávarri). Segovia. Santiago.280 . Antonio. Pepe. Soler Guevara.. Julián. Bernardo del. Sorda.Pág. Hnas. Manuel (Niño Ricardo). El Bachiller. Silverio Franconetti. Sánchez Cantero. T Eusebio Rioja. Pepe. Starkie. Sr. Solano. Segovia. Siglo XX.

El. Trini. Trujillo. Tobar. Norberto. Toledo. José. Juan (El Caribe). Torres Cortés.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Talía. don. Torozio. Torres. Tacón. Sra. Torres. Urbano.Pág. Tato. Ternero Rodríguez..281 Tabaco. Tico. Alfonso (Alfonso Tovar). Francisco (Paco Vargas). El. Todo. Tovar. Fernando el de (Fernando Rodríguez Gómez). V Valero Vargas. Coronel. U Urbano Carrere. La (Trinidad Navarro Carrillo). Trinidad.. General. Tárrega. Ternero Lupiáñez. Torres Acebedo. Telethusa. Manuel. Joaquín. Toledo. Manuel. Tobalo. Antonio de. Triana. Francisco. Manolito el. don Juan. María. Manuel (Manuel Soto Loreto / Niño de Jerez). Eusebio Rioja. Lola (La Roteña Chica). Manuel. Alfonso (Alfonso Tobar). Tenorio. Juan (Niño de las Moras). Joaquín (Joaquín Aranda Hidalgo). Terpsícore (Tersícore).. Ramón.281 .. Torrijos. Turina. Torero. Trabado.Pág.

Vargas Suárez. Vardés. Las. Isabel. Viejas Ricas. Vargas.282 Vallejo. Videogracias. Vargas Soto. Carlos. Juan el. Francisco. Zocato. Manuel. Benito. Frasquito. Vega. Eusebio Rioja. Villarrubia.Pág. Sr. Las. Zamacois. Diego de Silva. Vara. Z Zabalza. Tomás (Tomás el Nitri). Zorrilla. Antonio. Paco (Francisco Valero Vargas). Vega. Vegigatorio. Violant. El Dr. José.282 . Manul (El Carbonerillo). Y Yáñez Fajardo. José. Yerga Lancharro. Antonio.Pág. Manuel. José Joaquín (El Cojo de Málaga). Juan. Eduardo. Viejas y Ricas. Vila.. Alonso. Victoria. Sra. Velázquez. Vargas. Villarraso. Vázquez. Yerbabuena.. Juana (La Macarrona).. Antonio.Los cafés cantantes de Málaga y las ventas de la Caleta. Vico.. Vargas. Zambrana.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful