You are on page 1of 11

“TEORÍA DE LA DECISIÓN”.

LA DECISIÓN.
La acción humana y al decisión: Decisión e influencia: el ser humano modifica el universo a través de sus acciones. Esta modificación comprende dos aspectos: 1. Cambiarlo (decisiones modificativas), o 2. Mantenerlo (decisiones adaptativas). Se trata de modificar el universo por que se piensa que dejándolo a su propio devenir no llegará al estado deseado. La decisión es fundamental por que implica para el decididor modificar no sólo el universo, sino a sí mismo. El hombre no sólo se adapta a su contexto sino de que trata de adaptarlo a él. Por universo entendemos en general a la realidad, el estado de las cosas. El límite de los elementos de determinada definición de universo está fijado por el observador, sea este el decididor o un tercero. La influencia es el proceso por el cual un agente A modifica la conducta prevista de B. El agente A puede tener influencia absoluta e influencia relativa sobre B. La influencia se desarrolla a través de la decisión y de la acción, es decir se define por la decisión y se ejecuta por la acción. Influencia = Decisión + Acción La decisión es el proceso deliberado (y deliberativo) que lleva a la selección de una acción (acto o curso de acción) determinado entre un conjunto de acciones alternativas. La acción (y la reacción) en un acto o cadena de actos, que implican uso de energía en relación a la situación específica en la cual se desarrolla. La decisión es un proceso previo a la acción, implica un pensamiento metódico, una deliberación sistemática, el desarrollo organizado de la realización. Por lo tanto la decisión implica un proceso consciente y abstracto. Cuando decimos tratamos la “decisión racional“ lo decimos en el único sentido es decir el raciocinio aplicado. La decisión configura la concepción de la influencia, la acción su implementación. Variables son todo aquello que el decididor percibe que va a influir en la decisión. Estado de naturaleza es la suma de los valores asumidos por cada una de las variables en un momento determinado. El modelo de decisión: Sirve para indicar alternativas óptimas en términos de metas y de las variables del sistema operativo. Proceso decisorio es el conjunto de actividades estructuradas en pasos para llegar a la decisión. Un proceso decisorio que no lleve implicada la acción es un simple ejercicio mental. La acción pura, es un fenómeno biológico primitivo. Este proceso termina con una tabla de valoración de estrategias en términos de objetivos. Si la tabla se obtiene directamente se está en un ambiente de certeza, si se obtiene con probabilidades matemáticas asociadas y conocidas se está en un ambiente de riesgo y por último si se puede lograr con algún criterio (probabilidad subjetiva) que refleje el optimismo del decididor, se está en incertidumbre.

Decisión en caso de certeza: dado un conjunto de actos (estrategias) posibles seleccionar un que maximice/minimice un índice determinado, cada alternativa tiene un solo resultado asociado. Decisión en caso de Riesgo: la posibilidad que una estrategia produzca diversos resultados (en razón de la influencia de las variables no controlables) conduce al estado de riesgo, siempre que se conozca las probabilidades matemáticas asociadas a cada resultado. El valor que se debería asignar es la esperanza de los valores correspondiente a cada variable. Como no se está seguro que los decididores hagan esta valoración, se hace necesario cambiar el término de racionalidad por el de consistencia (con la escala de valores del decididor). En situación de riesgo se considera al individuo racional si su decisión es compatible con sus premisas respecto de los valores y de las probabilidades. Para ello hay que hacerlo elegir y luego determinar que probabilidad le ha asignado a los hechos no controlables. Decisión en incertidumbre: la consistencia se puede extender a este estado, sólo hace falta reemplazar la noción de probabilidad por la de coeficiente de optimismo o probabilidad subjetiva (que refleja el estado del decididor). La Predicción: es una forma especial de cómputo para aquellos casos que para contribuir a un modelo operativo se hace necesario tomar en cuenta variables no controlables. Sólo existen dos formas de predecir: 1. Proyectar hacia el futuro la información con que se cuenta respecto de la información pasada y 2. La bola de cristal. La decisión como proceso de imaginación. El acto de decidir sólo modifica un aspecto del universo (el estado espiritual de decididor). Lo que introduce cambios es la acción derivada de la decisión. En nuestra teoría no nos ocupamos de que las cosas funcionen, reflexionamos acerca de como hacer funcionar las cosas. La decisión opera con imágenes, la acción con hechos. A la Teoría de la Decisión no le concierne si la acción se lleva a cabo. En la vida real la decisión y la acción se encuentran diferentes proporciones en las personas.

Decidir.
En sentido restricto, es seleccionar, entre varias, una y sólo una alternativa (hacer referencia al proceso final del proceso previo de selección). En sentido amplio es llevar a cabo el proceso por el cual se establecen, analizan y evalúan las alternativas con al fin de seleccionar una y sólo una (en este caso implica un proceso amplio de reflexión, búsqueda, acopio de conocimiento, de creatividad, educación, evaluación, etc.). Una decisión siempre implica selección, pero no la revés. La simple selección, no implica los atributos de percepción, imaginación, conocimiento, cómputo, evaluación que son las características de una actividad humana inteligente. Una máquina puede seleccionar, pero no decidir. Alternativas mutuamente excluyentes. Toda decisión implica una selección entre alternativas mutuamente excluyentes. Seleccionar es aceptar o elegir algo en un grupo de cosas, rechazando otras. Decidir es optar, lo cual lleva a dos conclusiones:

1. Se elige siempre entre varias cosas, si existe una sola cosa no se decide, se obedece. En la medida que exista un proceso de reflexión y se decide por el status quo se decide no decidir (siempre que ello sea una de las alternativas). 2. Cuando se elige una cosa entre varias, las otras quedan desechadas. Las alternativas son mutuamente excluyentes con respecto a la elección definida en un momento determinado por un decididor. Elegir algo, es rechazar lo demás. Si dos alternativas no son mutuamente excluyentes deben ser tratados como una sola. La decisión implica aniquilar alternativas, y con ellas, los infinitos universos asociados a ellas. El proceso de lo perdido al rechazar las otras puede constituir una carga psicológica coercitiva con un buen proceso de decisión, por lo que es posible encontrar personas vacilantes y temerosas ante una decisión, y los universos perdidos asociados e ella. Al decidir los universos esperados deben ser mejores que los perdidos, ello implica siempre un riesgo, pero la decisión sin riesgo no existe. Al elegir una alternativa siempre apostamos. El decididor se ve obligado a penetrar en el futuro, a proyectarse más allá del momento cero de la elección, debiendo explorar el campo del devenir. Se trata de un proceso prospección que consiste en definir el comportamiento de las variables de interés para el decididor en los momentos posteriores al acto de reflexión llevado a cabo en el proceso decisorio. El presente es el único aspecto del tiempo que tiene relevancia para el decididor que vive la decisión en un momento determinado. El pasado es irrelevante para la decisión (salvo como dato para inferir sobre el comportamiento futuro). El futuro sólo existe en el presente, las reflexiones sobre el futuro constituyen un pensamiento de presente. Es un conjunto de imágenes, de expectativas, especulaciones sobre el futuro, que son actuales. La secuencia de decisiones: el árbol de decisión (conviven las dos teorías Económica y Conductista). El tiempo se presenta en dos dimensiones: el tiempo de observación (el momento en que se elabora la observación) y el tiempo de referencia (el momento al cual se refiere la observación). El tiempo es una dimensión obligada de la decisión. El proceso decisorio es un proceso ex-ante, a priori con respecto de la elección de alternativas. A través de tiempo, el universo que queremos modificar, va adoptando distintos estados al influjo de sus propias decisiones, de las tomadas por otros, y de la propia naturaleza del comportamiento de sus variables. Esta modificación permanente del universo resulta de difícil o imposible predicción, tanto por su aleatoriedad como por la dificultad de procesar dicha información. Lo que lleva a rever y modificar las decisiones previas para adaptarlas a las nuevas circunstancias o para adaptarlas a los nuevos cursos de acción. Lo importante saber que los grados de libertad perdidos al tomar una decisión son difícilmente recuperables. De este modo el decididor se encuentra no solo limitado por las decisiones de los demás, el comportamiento aleatorio del universo,

sino que también lo limita sus decisiones anteriores o previas. De allí la importancia de decisiones reversibles y la necesidad de un profundo análisis de las decisiones poco reversibles. Cada decisión modifica el universo y condiciona futuras decisiones, propias y ajenas. Ninguna decisión es independiente y autónoma, forman parte de una cadena vinculada que se prolonga indefinidamente hacia el futuro. La falta de información y la reducida capacidad de procesamiento, hacen poco eficiente el requisito de la evaluación. Igual es necesario aportar todo lo que se pueda a este proceso. También se plantea la conveniencia de hasta donde evaluar (economicidad de la evaluación). El proceso decisorio como proceso de imágenes. La decisión es una actividad del intelecto (en un universo imaginario) que se desarrolla por medio de símbolos, modelos y sistemas formales en un nivel abstracto de imágenes. El decididor debe visualizar el estado actual y el deseado de un sistema determinado y el comportamiento de distintas variables. Este proceso intelectual del conocimiento del presente y del futuro, a nivel abstracto da lugar al problema de la racionalidad. Como integrantes del proceso decisorio, se destacan dos actividades de la imaginación: 1. La introspección del decididor para determinar sus preferencias asociadas con su escala de valores. (Determinación de la escala de valores) 2. Las expectativas como resultado de la prospección y de la evaluación de las imágenes sintetizadas del futuro. (Esquema de pensamiento abstracto para ese futuro). Las expectativas consideradas como imágenes que el decididor tiene sobre el futuro comportamiento de un sistema determinado, así como las preferencias sobre los elementos de los comportamientos alternativos, constituyen elementos fundamentales para la evaluación de objetivos y resultados. La creatividad. Consiste en el descubrimiento de nuevas, no habituales, sorpresivas alternativas para manipular el universo o comportamientos posibles pero inesperados del mismo. Para que exista creatividad se deben romper los obstáculos de la experiencia, rutina y comodidad.

El decididor.
El decididor como sujeto y objeto de la decisión. La decisión, como elección, recae finalmente sobre un conjunto de valores o niveles de una o más variables del universo. Toda decisión implica considerar la modificación del estado del universo. Es el decididor, quién lleva a cabo el proceso de la decisión, seleccionando una alternativa entre varias. El decididor es el elemento fundamental de la decisión, la cual depende de su visión del mundo, de sus deseos y preferencias, prejuicios y personalidad, capacidad de reflexión y procesamiento. La teoría de la decisión es la teoría del decididor. El decididor es parte del universo, por lo que cuando adopta una decisión influye en el mismo.

El decididor frente a una oportunidad de decisión, en base a su conocimiento de una porción de la realidad y frente al la necesidad de intervenir en ella, decide, que al convertirse en acción, influye en esa realidad, generando resultados que satisfacen o no sus expectativas. Integración Sujeto - Objeto (Decididor - Universo). 1. El decididor está formado, moldeado en todo momento por la realidad de dicho momento y por la realidad histórica almacenada en su memoria. 2. El decididor decide para cumplir consigo mismo. La ambigüedad del decididor. El estado del decididor antes de la decisión es de ambigüedad, en el sentido de que existen grados de libertad, una situación sin resolver, un sistema no determinado. Antes de la elección, el decididor no sabe que hará, se encuentra en un estado de duda, incertidumbre, la cual se mide por la variedad existente, sobre las alternativas en consideración y la probabilidad respectiva que estas sean elegidas. La decisión es un proceso de eliminación de la ambigüedad, de incertidumbre del decididor (con respecto de su conducta, no obligatoriamente con respecto al universo bajo consideración). Individuo y grupo. La decisión es un proceso colectivo, es la amalgama de las decisiones individuales, transformando las múltiples decisiones individuales, en una sola, acatada por sus integrantes. La función que contiene todas las decisiones individuales se llama función de bienestar. La decisión se toma por la regla de la mayoría o por la regla de unanimidad. CAPACIDAD DE LOS SISTEMAS DETERMINÍSTICO Y PROBABILÍSTICO. Es Determinístico cuando su comportamiento está fijado de antemano, y no existe ningún grado de libertad. Conociendo su estado inicial, y sus transformaciones se puede establecer cual será su estado en cualquier momento futuro. Un sistema es Probabilístico cuando su comportamiento está regido por variables multívocas, es decir la variable para un momento dado puede adoptar distintos resultados para el futuro. No depende de la información ni del punto de vista del observador. Si el sistema es totalmente determinístico, las decisiones son triviales; en un sistema totalmente probabilístico (caótico) las decisiones serían impotentes, por lo que la decisión sólo es trascendente en los niveles intermedios. El universo de las decisiones significativas. El mundo en que vivimos y recaen nuestras decisiones, es un mundo incierto. No conocemos el comportamiento de sus elementos principales. Para los que piensan que el mundo es un lugar determinístico, la incertidumbre se debe sólo a la incapacidad de obtener y procesar información. La teoría de la decisión no hace referencia a un mundo ideal, lo que realmente le importa es como el decididor percibe dicho mundo.

Las decisiones de mayor trascendencia. Si por elección entendemos el aplicar un criterio a un conjunto de datos ordenados por una función de valor, la decisión pierde trascendencia. La médula de la decisión consiste en la elección de criterios de decisión y de la función de valor. Los criterios de decisión y la función de valor constituyen la sustancia de la decisión en un mundo dinámico, complejo, incierto y con información parcial. Si el decididor no puede establecer un orden total de preferencia, ello aporta mayor incertidumbre. •Características del universo: Muchas variables (complejo); Modifican su comportamiento con el tiempo (dinámicas); Si el comportamiento es incierto (incertidumbre); Si no existe toda la información (información parcial). La programabilidad de las decisiones es una función de la operabilidad de las metas (relación entre alternativas y resultados) y de la predictibilidad (de las variables no controlables). Las decisiones programadas: se encuentran en un universo con poco riesgo, poca complejidad y mucha información. Las decisiones no programadas: enfrentan un mundo de alta complejidad, incertidumbre y poca información. Es el mundo de las decisiones políticas y estratégicas. La negociación y el talento son instrumentos típicos para enfrentar estas situaciones que solo admiten instrumentos flexibles con poco poder de cálculo. Estos son tipos polares de decisión en los cuales no tiene efecto tomar decisiones, sólo es factible tomar decisiones entre estas. Política y administración. Estrategia, táctica y operación. Una decisión es política: si se elige un objetivo o conjunto de objetivos, con su correspondiente ponderación (la política es la disciplina que concilia los intereses contrapuestos). La decisión es administrativa: si dado un objetivo o subconjunto debidamente homogeneizados, se elige un cursos de acción que supuestamente maximizan la consecución de objetivos. Es estrategia toda decisión que se refiere a conjuntos globales, sobre un período prolongado, afectando a la totalidad del sistema con un prolongado horizonte futuro. Es táctica la que se refiere a subconjuntos parciales dentro de un sistema. Lo táctico es el medio para la realización de lo estratégico, afecta solo a partes y tiene un horizonte limitado de tiempo. Es operativa la que se refiere a la acción de una serie de actos para lograr objetivos prefijados para un período de tiempo. La relación temporal de las decisiones. La reversibilidad absoluta no existe, cada decisión tomada por cada decididor, modifica el universo irreversiblemente y modifica, por lo tanto toda decisión posterior propia y ajena. Es decir una vez tomada una decisión, no se puede dar marcha atrás y volver al mismo estado del universo. Efectos mediatos e inmediatos. Directo e indirectos.

Las decisiones se toman para influenciar el comportamiento de universo, algunas de las variables pueden ser influenciadas de inmediato, otras son influenciadas indirectamente a través de la cadena de efectos sucesivos. El resultado es directo cuando está causado por el decididor sin medios interpuestos. Será indirecto cuando ente el decididor y el resultado se interpone una cadena de medios-efectos. EL PROCESO DE DECISIÓN. Los síntomas y la oportunidad de decidir. (Por que decidir?) La necesidad de decidir nace cuando el decididor cree que el universo librado a sí mismo, no llegará en el futuro, a un estado deseado por él. Esta brecha entre la realidad prevista y la realidad anhelada es denominada oportunidad de decisión, o más corrientemente problema. El problema debe ser percibido por el decididor, no importa si existe en la realidad. Mientras no sea percibido no tiene importancia para la teoría de la decisión. El único universo relevante es el conocido o percibido de alguna forma por el decididor. Si existen síntomas, pueden dar lugar a una decisión. Los síntomas se ubican en el presente y las oportunidades de decisión de ubican en el futuro. Pero un síntoma no es suficiente para desencadenar una decisión (que modifique el universo), pero si puede serlo para una metadecisión, es decir una decisión para una decisión (una decisión de investigar el futuro comportamiento del universo para detectar algún problema). El proceso de decisión solo de desencadena cuando haya consciencia de una oportunidad de decisión. Y exista: 1. Percepción de síntomas y oportunidad de decisión. 2. Voluntad de influenciar o modificar el universo. Representación interna de la situación de decisión. Toda decisión implica una tarea de representación de las variables principales de la situación de decisión y de reorganización de la misma. Para enfocar una decisión, el decididor debe conocer el universo en el cual actúa, el cual se refleja en su mente en forma de esquema o modelo. •Los procesos de representación son los siguientes: 1. Selección: de cierta información y rechazo de otra. Lo cual depende de la presentación de la situación, de los objetivos del decididor y de su visión particular del universo. 2. Ordenamiento jerárquico: de las variables. 3. Reducción de la complejidad: los dos principios anteriores tratan de simplificar la situación para ser procesada por el decididor, además de pueden establecer premisas o hipótesis simplificadoras. 4. Construcción de un modelo abierto: a fin de permitir la introducción de nuevas variables. Este modelo parece adaptarse a tres tipos de representación: Probabilística. Determinística. Clasificación por atributos.

ETAPAS DEL PROCESO DECISORIO. Teorías de la administración. Desde un punto de vista Descriptivo, este proceso es el conjunto de actos que un decididor realiza para llegar a la selección de una alternativa. Centrándose en dos procesos fundamentales, el de decisión e influencia. Para enseñar administración se necesitan metodologías o programas de aplicación a las funciones de conducción y dirección. De esta manera se debe contar con un método de resolver problemas gerenciales. La enseñanza de cualquier disciplina debe ser formativa y no informativa (se debe enseñar a pesar y no a calcular). Lo único que se puede enseñar como Ciencia de la Administración es una Metodología de la Decisión. Desde un punto de vista Normativo, el proceso de decisión es el conjunto de actos, de enunciados posibles que el decididor debería realizar para llegar a la selección de una alternativa, manteniendo una coherencia o consistencia con axiomas prefijados. •La solución de problemas no programados se resuelve con la aplicación de una metodología general que consiste en establecer una meta, buscar alternativas disponibles y aplicar operadores que transformen los medios disponibles en la metas perseguidas. El Método General está dado por la Teoría de la Decisión que, con un máximo grado de abstracción, presenta la secuencia lógica del análisis de todo problema de decisión. La teoría normativa de la decisión es sinónimo de la Teoría de la Planificación y en consecuencia de la Administración Científica. La función principal del ejecutivo es tomar decisiones sobre la base de la información que le llega a través de un sistema de comunicación, determinado en gran medida por la estructura de la empresa. La decisión como proceso continuo se basa en el principio de “racionalidad limitada” por que analiza como el “hombre administrativo” decide. •Limitaciones del hombre administrativo: * La capacidad de la mente para resolver problemas complejos es pequeña para hallar una solución objetivamente racional. Tal principio cambia los términos “maximizar” por “satisfacer”. * Decide siguiendo reglas sencillas y manejables, de manera que puedan ser manejadas por su mente. •Limites a la racionalidad: * Imperfección del conocimiento, la racionalidad exige un conocimiento completo e inalcanzable de las consecuencias exactas de cada elección. * Dificultades de anticipación, la mete no puede abarcar las consecuencias en toda su integridad y asignarles un valor en el futuro. * La racionalidad exige una elección entre todos los posibles comportamientos alternativos. •Tipos de racionalidad:

* Objetivamente racional, si es en realidad el comportamiento correcto para maximizar unos valores dados en una situación dada. * Subjetivamente racional, si maximiza la consecuencia relativa al conocimiento real del sujeto. * Conscientemente racional en la media que se ajuste los medios a los fines en un proceso consciente. * Deliberadamente racional, en la medida que el ajuste de los medios a los fines se haga deliberadamente. * Organizacionalmente racional, si se orienta a las finalidades de la organización. * Personalmente racional, si se orienta a las finalidades del individuo. Proceso de decisión normativo: 1. Análisis de la situación (Diagnóstico = Inteligencia): análisis de los síntomas, averiguación de la eventual existencia de un problema, y su forma de comportamiento. Recae sobre dos conceptos: 1. los objetivos del decididor y 2. el comportamiento posible del universo. Es necesario definir el universo relevante y el decididor. 2. Conformación de los elementos de la decisión (Diseño = Plan): se trata de encontrar, desarrollar y analizar posibles líneas de conducta. En esta etapa se definen nuevos elementos de la decisión y se definen los elementos fijados en la anterior, estos son: *Los objetivos definidos anteriormente deben reverese y redefinirse. *Las alternativas o cursos de acción que pueden llevar a una nueva definición del universo. *Identificar los posibles universos. *Los resultados (grado de cumplimiento de los objetivos. *Establecer la eventualidad (posibilidad de suceder). *Establecer un horizonte, valor de la información. 3. Evaluación y selección de la alternativa. (Selección); en la etapa anterior se establecen las distintas alternativas y sus resultados asociados. En esta etapa se asigna valor a fin de elegir la de mayor valor con respecto a las preferencias. Trata de establecer un orden de alternativas, desde la más preferida a la menos preferida, pero para ello en necesario asignar valores numéricos, definiéndose así la función de valor.
1. Análisis de decisión: Oportunidad de la decisión. Universo deseado. Universo previsible. Definir universo y decididor. 2. Elementos de decisión. Alternativas. Objetivos. Estados inciertos. Eventualidad. Resultados

3. Evaluación y selección. Función y criterios de valor. Ordenamiento de alternativas. Selección de la alternativa.

4. El proceso en la realidad: El proceso descriptivo constituye una metodología general de la decisión que deberá adaptarse en cada caso. •Críticas o violaciones a la teoría normativa:

1- Conduce a la construcción de modelos conscientemente simplificados, de la situación real con el fin de analizarlo. El comportamiento del ser humano es racional con el modelo, pero dista de ser óptima si se toma la situación real. 2- Tiende a limitar el concepto de decisión racional a la realidad de las posibilidades de la mente y, por ende, a elegir la construcción de un sistema continuo de información, como regulador de todo proceso repetitivo de la empresa. 3- Efecto anclaje: proyección lineal del pasado sin considerar cambios de comportamiento en las variables, solo considera la experiencia pasada, usando siempre las mismas variables (el pasado se repite). 4- Decidir en base a la información disponible y no en base análisis. 5- Efecto despendimiento: el individuo o decididor no está dispuesto a darle el mismo valor a la variables, si cambia su posición. 6- Fija objetivos en base a proyecciones y no en base a análisis. 7- Cambiar las probabilidades de acuerdo a las necesidades del decididor. 8- No otorgar probabilidades mínimas de ocurrencia a sucesos poco probables. 9- Representación de la situación en base a las variables que tengo y conozco. No toma en cuenta la representación de las variables en función de la representación. Toda decisión implica un proceso reflexivo. La decisión es un proceso de transformación secuencial de la realidad a nivel mental, abstracto. Es un proceso deliberado de razonamiento, reflexión, de análisis de pensamiento sistemático y organizado, aplicado a universos imaginados sin ser imaginarios, desarrollados por el espíritu sin ser espiritual. Todo decididor elige aquella alternativa que lo conduce al subconjunto de resultados de mayor preferencia, es decir el preferido a cualquier otro subconjunto. El decididor busca resultados que mayor satisfaga su problema, de acuerdo con su sistema de preferencias. Para ello el decididor deberá tener ideas razonablemente claras a cerca de comportamiento del universo, de sí mismo y en especial de: *Su sistema de preferencias. *De las alternativas. *Eventos incontrolables. *Los resultados. *Una forma de decidir los elementos y sus preferencias. *Una metodología para llegar a resultados razonables y flexible para contemplar la complejidad. EL SISTEMA DE DIRECCIÓN. Para predecir la conducta de una organización no es suficiente el análisis formal y mecánico de la información. El proceso de decisión en la organización es un proceso colectivo en el que intervienen distintas funciones asignadas a individuos diferentes, lo que complica el proceso de comunicación, por lo que se necesita cierta autoridad para lograr influencia. En el proceso de decisión deben distinguirse tres funciones: 1. Inteligencia: búsqueda de problemas u oportunidades de decisión, para lo cual hay que aplicar un programa o crear uno satisfactorio. 2. Planeamiento: sirve para formular un modelo de decisión (programa). 3. Mando: aplica un programa o regla de decisión a los datos disponibles para emitir una instrucción.

Por que se toma una decisión? Por que se quiere predeterminar metas, o sea el deseo del decididor de lograr un cierto estado del universo. (Brecha de decisión) La formulación explícita de la meta proporciona el criterio de valoración de las distintas estrategias disponibles a los efectos que la decisión implica. Cualquier intento de introducir la racionalidad en el proceso de decisión depende, básicamente, de la meta del decididor. Las distintas estrategias producen estados los cuales cumplen en distintas medidas las metas propuestas. Sin embargo, los resultados no dependen sólo de la estrategia, sino también de factores no controlables que se denominan estados de la naturaleza (estrategias de los competidores, el ambiente externo en general). El resultado, grado de obtención de las metas, se obtiene del juego entre la estrategia y los estados de la naturaleza. La “mejor estrategia” surge de confeccionar una escala de preferencia (según la escala de valores) entre la distintas estrategias. Este proceso mental sigue el criterio de basar las decisiones únicamente en evidencia observable, sin postular la casualidad ni racionalidad intrínseca del mundo real. MODELOS DE PLANEAMIENTO. El planeamiento o decisión creativa consiste en formular programas de decisión para ser aplicados en las posiciones de mando operativo; el plan es un decisión sobre las formas de decidir. Cuando tal plan existe, las decisiones operativas son decisiones programadas. Un plan no es completo si no se ha respondido en forma específica a las preguntas Que? Quién? Donde? Cuando? Como?.