You are on page 1of 55

Plastía y reconstrucción

umbilical
Dr. Javier Villalón Quiroz
Residente Cirugía Plástica
U. De Chile
Introducción
• Es esencial en el contorno abdominal.
• Ayuda a definir el surco abdominal medio.
• Contribuye a la forma del abdomen
inferior.
• Su ausencia o malposición o deformidad
puede ser un foco de atención o estigma
indeseado.
Anatomía
• Es la fusión en la
línea media de los
bordes mediales
aponeuroticos de los
rectos abdominales
alrededor del cordón
umbilical (10 sem)
Anatomía
• Los lig. umbilicales mediales y medio forman
parte del anillo umbilical fibroso, el ligamento
redondo nace de el en forma variable
• De pie el ombligo tiene una ligera inclinación
inferior y un pequeño reborde superior.
• Esta forma esta influido por la tracción de las
estructuras fibrosas subyacentes y por la
gravedad.

 

Anatomía
• La fascia umbilical es
un engrosamiento de
la fascia transversalis
que cubre al anillo
umbilical.
• Se presenta en forma
variable.
Ombligo ideal
• Cicatriz deprimida rodeada de piel natural.
Entre 1,5 a 2 cm. de .
• Habitualmente plana y vertical en la
juventud.
• Con el envejecimiento y el ↑ de peso se
amplia y profundiza.
• Se consideran poco estéticos los ombligos
muy anchos, muy profundos, muy
pequeños o protruidos (outie)
• Realiza análisis de fotografías
estandarizadas ( a 30 y 50 cm) en 147 ♀
entre 18 a 62 años.
• 21 examinadores evalúan y asignan un
puntaje de 1 a 10 (más atractivo).
37% 22% 77%

Con reborde
Forma de T (5,2) Oval (4,55)
10%

17% 14%

Protrución central

Vertical (4,72) Horizontal (4,1) 11%

10%

Grande
Distorsionado (3.26)
• La forma en T es la mas frecuente.
• La presencia de un rodete superior mejora
el score.
• Ombligos protruidos o muy grandes hacen
caer el score.
Forma de ombligo ideal
• Cavale (PRS,Viewpoints Mayo 2008) realiza una
encuesta en la población general por internet.
• 251 respuestas (167 ♀, 84 ♂)

♂85.7% ♀89.2% ♂6% ♀0% ♂7.1% ♀3%

♂0% ♀0% ♂1.2% ♀7.8%


Posición
• Tradicionalmente se
sitúa en la línea
media, a nivel del
disco intervertebral
entre L3 y L4.

Gray´s Anatomy. The anatomical basis of clinical practices. 39Th Ed. Elsevier.2005
• 100 mujeres no
obesas (81%
caucásicas).
• En 96% la posición
del ombligo coincide
con el plano de las
crestas iliacas.
• Rohrich (PRS, Jul. 2003)
estudia la posición del
ombligo en 136
pacientes (100
fotografías y 20
mediciones directas).
• Solo 2 pacientes (1,7%)
tenían el ombligo en la
línea media.
• No hay lateralidad
predominante.
• Abhyankar (PRS, abril
2006) realiza un
estudio en 75
voluntarias <30 años.
• Establece relaciones
entre reparos
anatómicos.
• No presenta análisis
estadísticos de los
datos.
Neoumbilicoplastía
• El objetivo es recrear un neombligo con
las características ideales de el ombligo.
• Variedad de técnicas, la mayoría basadas
en colgajos locales, ya sea tubulizados, en
forma de cono, compuestos
• Desarrollan un colgajo
bilobulado que deja una
cicatriz vertical.
• Con el pediculo se forma
½ circulo del ombligo, el
resto con uno de los
bilobulados.
• Los colgajos se suturan
como un cilindro.
• Se muestra 1 caso.
• Un colgajo triangular
en una excisión
elíptica de piel.
• Se pliega sobre su
lado más largo.
• Se fija el ápice del
cono a la fascia de la
pared.
• Se presentan 2
casos.
• Matsuo
• Yotsuyanagi, describe
el uso de 2 colgajos
verticales con un
mismo pediculo.
• Estos forman un tubo
que se pliega y se
tuerce ligeramente.
• Se presenta 1 caso.
• Reportan el
procedimiento en 1
paciente hecho con
anestesia local.
• La zona dadora se
cierra por cierre
primario, realizando
una correccion para
las orejas de perro.
• Reporte de 1 caso.
• 3 colgajos (2,6,10).
• Se escinde un cilindro
de grasa y se sutura
la punta de los
colgajos a la fascia.
Incisiones en Y
• Este tipo de colgajos
ha sido reportado por
Avelar (1976) y
Franco (1999)
• Presenta una
modificación de la
técnica en Y en 5
casos.
• Se realiza una jareta
perimetral con
material reabsorbible.
• Jamra (PRS, )
presenta un caso
utilizando un doble
colgajo en V (Z) que
se moviliza en Y.
• Describen una
técnica usando 2
colgajos reversos en
abanico.
• Se crea un colgajo
tubulizado que se fija
a la pared.
• Se presentan 2 casos
de niños de 4 y 5
años.
• Usan un diseño de
cruz de malta de 3-4
cm.
• Se suturan las
paredes de los
colgajos epitelizados
y los ápices entre si,
estos se fijan a la
pared abdominal.
• Marconi (PRS, 1995)
propone una tecnica
basada en un colgajo
en isla desgrasado y
una jareta
perimetrica.
• Baack (PRS, 1995)
reporta una técnica
basada en 2 colgajos de
círculos concéntricos.
• El colgajo inferior se fija a
la fascia y con los
colgajos superiores se
formarían orejas de perro
que simularían el
capuchón superior.
• El ombligo esteticamente buscado debe
ser:
– Deprimido.
– Pequeño (1.5 a 2 cm)
– De orientación vertical.
– Con un reborde o capuchón superior
– Cicatriz poco notoria u oculta.
– En la posición adecuada
• Schoeller, presenta
una técnica que
combina
desepitelización del
ombligo, desgrase del
colgajo abdominal
periumbilical y jareta
(6-7 cm. ).
• Presenta 14 casos
(1♂)
• Malic, compara en 25 pacientes divididos en 2
grupos
• Umbilicoplastia elipsoidea (12) vs U invertida
(13).
• Se evaluó la opinion de cirujanos y pacientes.
• Los cirujanos evaluarón ambas tecnicas
favorablemente, sin embargo, los pacientes
prefirieron los ombligos realizados con U
invertida.
• 15 pacientes, realiza
la exteriorización del
ombligo por incisión
elíptica vertical (3 cm)
con:
– Plicatura del pedículo
– Fijación del colgajo
abdominal a la fascia y
al ombligo
– Liposucción de la línea
media supraumbilical.
• La exteriorización se
realiza con un colgajo
triangular equilátero
(2cm) con incisión en
“V”, despetilezado en
los bordes.
• El ombligo se hace
incision radial a las 12’.
• Se asocia desgrase
parcial con tijeras
supra e infraumbilical.
Posición del ombligo
• Kurul (PRS, I & I, 1997),
muestra su técnica de
localizar el ombligo
en base a la po sición
previa usando una
sutura que pivota en
el xifoides.
• Lee (PRS, Mayo
2002), exterioriza el
ombligo por una
incision vertical con
desgrase perifericode
2 cm y sutura del
dermis del ombligo a
la fascia de la pared
• Con un tallo umbilical
de 1 cm, se realiza la
reinserción con una
incisión en “Y”,
desepitelizando
ambos colgajos
laterales que se
suturan a la
aponeurosis.
• Se describe el uso de
colgajos dobles en Y
junto con una
incisision en doble M
a nivel umbilical.
• Massiha, et al, fijan la
piel umbilical a la
fascia muscular,
dejando un tallo corto
y de volumen
pequeño.
• El ombligo se
exterioriza por una
incisión trilateral

Related Interests