EVALUACION DEL REGIMEN FORESTAL IMPLEMENTADO POR LA SUPERINTENDENCIA FORESTAL DE BOLIVIA (1997 - 2008

)
EVALUACION DEL REGIMEN FORESTAL (1997 - 2008)

José Luis de Urioste Lincoln Quevedo Rudy Guzmán Remy Rojas

Centro de Investigación y Manejo de Recursos Naturales Renovables (CIMAR)

Centro de Investigación y Manejo de Recursos Naturales Renovables (CIMAR) Escuela de Ciencias Forestales de la Universidad Mayor de San Simón (ESFOR)

!

!

EVALUACION DEL REGIMEN FORESTAL IMPLEMENTADO POR LA SUPERINTENDENCIA FORESTAL DE BOLIVIA (1997-2008)

Jose Luis de Urioste Lincoln Quevedo Rudy Guzmán Remy Rojas

Santa Cruz - Bolivia 2010

Copyright® 2010 by CIMAR Este estudio ha sido posible gracias al apoyo del Centro de Investigación y Manejo de Recursos Naturales Renovables (CIMAR-UAGRM) y de la Escuela de Ciencias Forestales(ESFOR-UMSS). © Derechos reservados de CIMAR

Citación sugerida: de Urioste, J,L., Quevedo, L., Guzmán, R., Rojas, R. 2010. Evaluación del régimen forestal implementado por la Superintendencia Forestal de Bolivia (1997-2008). CIMAR, Santa Cruz, Bolivia
1ª Edición 2010. 1000 ejemplares Fotos: L. Quevedo Impreso en Editorial EL PAÍS Cronenbold Nº6 Telf.: (591-3) 334 3996 / 333 4104 edpais@cotas.com.bo Santa Cruz de la Sierra Publicación financiada por LIDEMA

CONTENIDO
RESUMEN ........................................................................................................ix 1. INTRODUCCION............................................................................................1 2. OBJETIVOS ...................................................................................................3 2.1. Objetivo General ..........................................................................................3 2.2. Objetivos Específicos ..................................................................................3 3. MARCO CONCEPTUAL ................................................................................5 3.1. Sistema de Regulación de Recursos Naturales Renovables (SIRENARE) .5 3.2. Régimen Forestal de la Nación ...................................................................6 3.3. Estructura Organizacional del Régimen Forestal ........................................8 3.3.1. Organismo Rector .....................................................................................8 3.3.2. Organismo Regulador ..............................................................................8 3.3.3. Organismo Promotor ..............................................................................12 3.3.4. Organismos de Apoyo ............................................................................13 3.3.5. Agentes Auxiliares ..................................................................................13 3.4. Derechos Forestales .................................................................................14 3.4.1. Concesión forestal en tierras fiscales .....................................................14 3.4.2. Autorización de aprovechamiento en tierras de propiedad privada ........15 3.4.3. Permisos de Desmonte ..........................................................................15 3.4.4. Solicitudes de Uso Propio.......................................................................15 3.4.5. Uso Doméstico .......................................................................................15 3.5. Instrumentos de Gestión Forestal .............................................................16 3.5.1. Plan General de Manejo Forestal (PGMF)..............................................16 3.5.2. Plan Operativo Anual Forestal (POAF) ..................................................16 3.5.3 Informe Anual de Actividades de Aprovechamiento (IAPOAF) ...............17 3.5.4. Plan de Desmonte (PDM) .......................................................................17 3.5.5. Reserva Privada de Patrimonio Natural (RPPN) ....................................17 3.6. Control .......................................................................................................18 3.6.1. Inspección o Inspectoría Forestal ...........................................................18 3.6.2. Auditoría Forestal ...................................................................................19 3.6.3. Programa de Abastecimiento y Procesamiento de Materia Prima (PAPMP)................................................................................................20
i

3.6.4. Certificado Forestal de Origen (CFO) .....................................................20 3.7. Fiscalización ..............................................................................................22 3.7.1. Patentes...................................................................................................22 3.7.2. Pago por Volumen ..................................................................................23 3.7.3. Coparticipación .......................................................................................24 3.8. Tarifa de Regulación..................................................................................24 3.9. Usuarios del bosque ..................................................................................25 3.9.1. Empresas Concesionarias ......................................................................25 3.9.2. Agrupaciones Sociales del Lugar ...........................................................26 3.9.3. Tierras Comunitarias de Origen .............................................................26 3.9.4. Propietarios Privados..............................................................................27 3.9.5. Universidades y/o Centros de Investigación ...........................................27 4. METODOLOGIA ..........................................................................................29 4.1. Recopilación de Información ......................................................................29 4.2. Procesamiento de la Información ..............................................................29 4.3. Análisis e interpretación de la información ................................................31 5. RESULTADOS Y DISCUSIÓN .....................................................................33 5.1. Desarrollo de la Institucionalidad ...............................................................34 5.1.1. Autoridades designadas ..........................................................................34 5.1.2. Recursos Humanos ................................................................................35 5.1.3. Unidades Operativas Departamentales y Regionales ............................38 5.1.4 Ajustes organizacionales en la Oficina Nacional .....................................41 5.1.5. Fortalecimiento institucional ....................................................................42 5.1.6. Resoluciones Administrativas y Directrices emitidas ..............................44 5.1.7. Transparencia Institucional ......................................................................45 5.1.8. Ingresos y Gastos Corrientes .................................................................47 5.1.9. Monitoreo a Municipalidades y Prefecturas sobre uso de los recursos coparticipados .......................................................................................49 5.1.10. Apoyo y/o Cooperación Institucional .....................................................50 5.1.11. Distinciones realizadas ..........................................................................50 5.2. Regulación.................................................................................................51 5.2.1. Otorgación de concesiones forestales ....................................................51 5.2.2. Contratos a Largo Plazo .........................................................................62 5.2.3. Resumen de Concesiones y Contratos vigentes a 2008........................62 5.2.4. Aprobación de instrumentos de gestión forestal ....................................62 5.2.5. Resumen de derechos otorgados a 2008 ..............................................74
ii

5.2.6. Resumen del Volumen de Madera Autorizado y Extraído ......................76 5.2.7. Habilitación de profesionales ..................................................................78 5.2.8. Habilitación de Empresas .......................................................................79 5.3. Control .......................................................................................................81 5.3.1. Realización de Inspecciones ..................................................................81 5.3.2. Aprobación de Programas de Abastecimiento y Procesamiento de Materia Prima ........................................................................................82 5.3.3. Instalación y monitoreo de Parcelas de Medición Permanentes ............84 5.3.4. Realización de Auditorías Forestales .....................................................84 5.3.5. Emisión de Certificados Forestales de Origen .......................................85 5.3.6. Delegación de funciones a municipios ...................................................87 5.4. Acciones de control de la ilegalidad ..........................................................88 5.5. Fiscalización ..............................................................................................89 5.5.1. Recursos recaudados de Patentes, Volumen, Multas y Remates y Otras .................................................................................................... 89 5.5.2. Recursos coparticipados ....................................................................... 92 5.6. Participación de los demás Organismos del Régimen Forestal ............... 99 5.6.1. Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras (ex MDSMA, ex MDRAyMA)... 99 5.6.2. FONABOSQUE ....................................................................................101 5.6.3. Prefecturas ...........................................................................................102 5.6.4. Municipalidades ....................................................................................103 5.6.5. Agentes Auxiliares ................................................................................105 5.7. El Impacto del Régimen Forestal en el Manejo y Conservación..............107 5.8. El impacto de la Certificación Forestal Voluntaria ...................................108 6. CONCLUSIONES.......................................................................................111 7. RECOMENDACIONES...............................................................................121 7.1. Para el Gobierno Nacional .......................................................................121 7.2. Para la Institución Reguladora del Sector Forestal ..................................122 7.3. Para las Prefecturas.................................................................................123 7.4. Para las Municipalidades .........................................................................124 7.5. Para el Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras: .....................................124 8. EPÍLOGO ...................................................................................................125 9. REFERENCIAS BIBLIOGRAFICAS..........................................................127 ANEXOS ........................................................................................................131

iii

LISTA CUADROS

Cuadro 1.Tipos de CFO establecidos.......................................................................... 21 Cuadro 2. Coparticipación de las patentes forestales ................................................ 24 Cuadro 3. Tarifa de Regulación Forestal..................................................................... 25 Cuadro 4. Recursos Humanos .................................................................................... 36 Cuadro 5. Direcciones Departamentales de la Superintendencia Forestal ................ 38 Cuadro 6. Número de UOB funcionando por año y Departamento ............................ 39 Cuadro 7. Número de PFCF y administración funcionando por año y Departamento 40 Cuadro 8. Simplificación de trámites .......................................................................... 44 Cuadro 9. Número de Directrices emitidas por oficina ............................................... 45 Cuadro 10. Auditorías internas llevadas a cabo por la Unidad de Auditoría Interna ... 48 Cuadro 11. Ingresos y Gastos Corrientes de la Superintendencia Forestal (1997 – 2008) ...............................................................................................................49 Cuadro 12. Concesiones Forestales otorgadas en 1997 a Empresas Forestales y vigentes a 2008 (con nombres actualizados) .................................................52 Cuadro 13. Número de Contratos de Aprovechamiento a 1996, concesiones y superficie otorgadas y vigentes a 2008 a empresas forestales por departamento ..................................................................................................54 Cuadro 14. Concesiones forestales otorgadas a ASL por la Superintendencia Forestal, número de Resoluciones Administrativas, ubicación y superficie (ha)...57 Cuadro 15. Concesiones para Investigación otorgadas y vigentes a 2008 ............... 59 Cuadro 16. Número y Superficie de Concesiones Forestales y CLP vigentes a 2008 ............................................................................................................ 63 Cuadro 17. Número de PGMF y superficie aprobados por departamento................. 64 Cuadro 18. Número y Superficie de PGMF por Tipo de persona aprobado por año 66 Cuadro 19. Número de POAF, superficie y volumen de madera autorizado por Departamento ................................................................................................ 69 Cuadro 20. Promedio del volumen de madera autorizado por departamento y año . 70 Cuadro 21. Número, Superficie y volumen de madera autorizado en POAF condicionados a presentación de PGMF y POAF con PGMF....................... 71 Cuadro 22. POAF aprobados por tipo de persona (1997 – 2008) ............................. 71 Cuadro 23. Número de PDM, superficie y volumen autorizado por departamento ... 73 Cuadro 24. Número y superficie de RPPN constituidas por año por Departamento . 75 iv

Cuadro 25. Resumen de derechos otorgados a 2008 por tipo de derecho, persona, número de usuarios y superficie......................................................................76 Cuadro 26. Volumen de madera Autorizado y Extraído por año .................................77 Cuadro 27. Volumen de madera autorizado por departamento (1997 – 2008) ............78 Cuadro 28. Ubicación de las especies más aprovechadas con relación al volumen aprovechado......................................................................................79 Cuadro 29. Registro de profesionales por gestión .......................................................80 Cuadro 30. Registros de Profesionales por departamento (1997 – 2008)...................80 Cuadro 31. Registro de empresas por departamento y año ........................................81 Cuadro 32. Número de inspecciones realizadas por departamento y año ..................82 Cuadro 33. Nº de PAPMP por Departamento aprobados por la Superintendencia Forestal ............................................................................................................83 Cuadro 34. Número de Certificados Forestales de Origen emitidos por año y tipo ....86 Cuadro 35. Municipios con delegación de funciones del Superintendente Forestal ...87 Cuadro 36. Número de Sumarios instaurados y con resolución ejecutoriada .............88 Cuadro 37. Recaudaciones efectivas de la Superintendencia Forestal .......................89 Cuadro 38. Recaudación de recursos de patentes, volumen, multas y remates .........91 Cuadro 39. Otras recaudaciones (en Bolivianos).........................................................93 Cuadro 40. Coparticipación de los recursos del RF ....................................................93 Cuadro 41. Coparticipación de los recursos del Régimen Forestal con Prefecturas ...95 Cuadro 42. Coparticipación de los recursos del Régimen Forestal con Municipalidades ...............................................................................................96 Cuadro 43. Coparticipación de los recursos del Régimen Forestal con FONABOSQUE ............................................................................................... 97 Cuadro 44. Coparticipación de los recursos provenientes del Régimen Forestal con la Superintendencia Forestal .................................................................... 99 Cuadro 45. Número de resoluciones, superficie solicitada y autorizada por el MDRAyMA a ASL ...................................................................................... 100 ANEXO Cuadro 1A. Unidad, nombre y año de gestión de los Intendentes y Gerentes de la Superintendencia Forestal .................................................................... 132 Cuadro 2A. Lista de las Directrices y otros emitidos por laITE, IJU, IDI, IDS y GAF (1997–2008) ........................................................................................ 133 Cuadro 3A. Número y temática de las Audiencias Públicas de la Superintendencia Forestal ............................................................................. 138 Cuadro 4A.Apoyo de la Cooperación Internacional y Proyectos a la Superintendencia Forestal ............................................................................. 139 Cuadro 5A. Municipios de ubicación temporal o definitiva de las Unidades Operativas de Bosque (1997 a 2008) ............................................................ 142 Cuadro 6A. Número de Puestos Fijos de Control Forestal establecidos por año v

y ubicación ..................................................................................................... 143 Cuadro 7A. Tipo y número de Empresas registradas y habilitadas anualmente por la Superintendencia Forestal ................................................................... 145 Cuadro 8A. Número de Inspecciones por año realizadas por la Superintendencia Forestal ............................................................................. 146 Cuadro 9A. Unidad Móvil de Inspecciones Forestales (UMIF) establecidas por la Superintendencia Forestal (2006 – 2008) ................................................. 148 Cuadro 10A. Programas de Abastecimiento y Procesamiento de Materia Prima (PAPMP) aprobados por año .............................................................. 149 Cuadro 11A. Empresas concesionarias con Resoluciones Administrativas emitidas por el Superintendente Forestal para la realización de auditorías forestales (1997 – 2008) ................................................................................ 150 Cuadro 12A. Leyes que respaldan la transferencia de los recursos de FONABOSQUE ............................................................................................. 151 Cuadro 13A. Empresas con primera prórroga quinquenal de sus derechos ............. 152

LISTA DE FIGURAS

Figura 1. Relación porcentual de Servidores Públicos entre la Oficina Nacional y las DD, UOB y PFCF ...........................................................37 Figura 2. Servidores Públicos vs. Superficie bajo regulación ..........................38 Figura 3. Relación de Ingresos con Gastos Corrientes ....................................49

vi

GLOSARIO DE SIGLAS

AAA ABT ARFM ASL CFB CFO CLP DD FONABOSQUE GAF IAPOAF IBIF IDF IDI IDS IJU IOP ITE LF MDRAyMA MDRT MDSMA MDSP OL ON PAPMP

Área Anual de Aprovechamiento Forestal Autoridad de Fiscalización y Control Social de Bosques y Tierras Área de Reserva Forestal Municipal Agrupaciones Sociales del Lugar Cámara Forestal de Bolivia Certificado Forestal de Origen Contratos a Largo Plazo Direcciones Departamentales Fondo Nacional de Desarrollo Forestal Gerencia de Administración y Finanzas Informe Anual del Plan Operativo Anual Forestal Instituto Boliviano de Investigación Forestal Intendencia de Desarrollo Forestal Intendencia de Desarrollo Institucional Intendencia de Desarrollo Social Intendencia Jurídica Intendencia de Operaciones Intendencia Técnica Ley Forestal Ministerio de Desarrollo Rural, Agricultura y Medio Ambiente Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras Ministerio de Desarrollo y Medio Ambiente Ministerio de Desarrollo Sostenible y Planificación Oficinas Locales Oficina Nacional de la Superintendencia Forestal Programas de Abastecimiento y Materia Prima
vii

PDM PFCF PGMF POAF POP PRINS RA RF RPPN RPPN SF SIRENARE SIRESE TCO TIOC TPFP TRF UAI UCPOI UFM UMIF UOB

Planes de Desmonte Puestos Fijos de Control Forestal Plan General de Manejo Forestal Plan Operativo Anual Forestal Planes de Ordenamiento Predial Proyecto de Reingeniería Institucional de la Superintendencia Forestal Resoluciones Administrativas Régimen Forestal Reservas Privadas de Patrimonio Natural Reservas Privadas de Patrimonio Natural Superintendencia Forestal Sistema de Regulación de Recursos Naturales Renovables Sistema de Regulación Sectorial Tierras Comunitarias de Origen Territorio Indígena Originario Campesino Tierras de Producción Forestal Permanente Tarifa de Regulación Forestal Unidad de Auditoría Interna Unidad de Coordinación de Pueblos y Organizaciones Indígenas Unidad Forestal Municipal Unidades Móviles de Inspección Forestal Unidades Operativas de Bosque

viii

RESUMEN

Se realizó una evaluación de la implementación del Régimen Forestal de Bolivia por parte de la Superintendencia Forestal en base a la documentación publicada y accesible de esta Institución y complementándose con un análisis de la participación de los demás organismos establecidos en la Ley 1700 en base a la revisión de bibliografía publicada por diversos autores institucionales y particulares. De inicio, la Superintendencia Forestal dispuso de los suficientes cuerpos normativos básicos y complementarios para la implementación del Régimen Forestal, además de la suficiente capacidad organizacional y recursos económicos para estar presente mediante sus diferentes unidades organizacionales con el mínimo de infraestructura y equipamiento en las regiones donde se desarrolló la actividad forestal. Sin embargo contó con el personal insuficiente con relación a la superficie regulada y a las actividades ilegales. El número de usuarios del bosque bajo el Régimen Forestal y superficie bajo regulación tuvo un incremento importante desde el inicio de implementación, de 87 usuarios (5.590.194 ha) en 1997 a 24.338 usuarios (9.162.323 ha) a 2008 aunque no al ritmo deseado. La Superintendencia Forestal convirtió en 1997 un total de 87 Contratos a Largo Plazo (CLP) al régimen de concesiones a empresas forestales en 5.590.194 ha, encontrándose vigentes en 2008, 66 de estas concesiones en 4.389.148 ha. Santa Cruz fue el Departamento con el mayor número de concesiones forestales (42 empresas en 2.805.903 ha en 1997 y 32 empresas en 2.248.862 ha vigentes a 2008). Otorgó a partir del año 2001, 21 concesiones forestales a Agrupaciones Sociales del Lugar (ASL) en 484.875 ha aunque este proceso quedó trunco. Tres

concesiones forestales fueron otorgadas para investigación en 255.885 ha y en 2008 concluyó la vigencia del último derecho de contrato de aprovechamiento a largo plazo otorgado en el anterior Régimen Forestal. Aprobó más de 2.343 Planes Generales de Manejo Forestal en 9.820.429 ha sin embargo, tanto el número de planes de manejo como la superficie presentaron una tendencia a disminuir a partir del año 2006 (97 Planes Generales de Manejo Forestal en 5.261.538 ha en 1998 a 548 Planes Generales de Manejo Forestal en 341.885 ha en 2006 y 408 Planes Generales de Manejo Forestal en 329.720 ha en 2008). Santa Cruz es el Departamento donde se implementó el mayor número de Planes Generales de Manejo Forestal donde las Propiedades Privadas ocuparon el primer lugar (1.760 en 1.800.394 ha) seguidas de Propiedades Comunales (392 en 561.002 ha), Tierras Comunitarias de Origen (83 en 920.992 ha), Empresas Forestales concesionarias (78 en 5.230.162 ha), Agrupaciones Sociales del Lugar (24 en 715.630 ha), Contratos a Largo Plazo (4 en 430.121 ha) e Investigación (UAGRM) (2 en 162.128 ha). Así mismo, aprobó más de 5.694 Planes Operativos Anuales Forestales en 1.854.308 ha, aunque hubo una tendencia a disminuir (92 Planes Operativos Anuales Forestales en 1.637 ha en 1997 a 1.465 Planes Operativos Anuales Forestales en 213.059 ha a 2006 y 748 Planes Operativos Anuales Forestales en 181.071 ha a 2008). Aprobó 21.967 Planes de Desmonte en 376. 602 ha. Autorizó la extracción de 17.256.423 m³r, de los cuales 14.683.440 m³r corresponden a Planes Operativos Anuales Forestales y 2.322.286 m³r a Planes de desmonte. El volumen extraído fue de 8.357.172 m³r significando el 48,4% del volumen autorizado. Aprobó la constitución de 42 Reservas Privadas de Patrimonio Natural en 74.343 ha aunque se percibió que el interés de los propietarios de bosques de dedicar voluntariamente sus tierras a la conservación fue decayendo año a año. Habilitó un promedio anual de 185 profesionales forestales y 950 Empresas relacionadas con la actividad forestal. Santa Cruz registró el mayor promedio anual de profesionales (84/año) Realizó 31.932 inspecciones forestales en todo el país de las cuales 12.650 se realizaron en el Departamento de Santa Cruz.

x

Aprobó un total de 10.287 Programas de Abastecimiento y Procesamiento de Materia Prima de los cuales, 5.270 fueron aprobados en el Departamento de Santa Cruz. Estableció 20 Puestos Fijos de Control Forestal de inicio y ajustó su ubicación y número a 8 en 2008. En 1999 adjudicó la administración de 20 Puestos Fijos de Control Forestal y 7 Unidades Administrativas a la empresa verificadora Inspectorate Griffith (Bolivia) Ltda. mediante un proceso de licitación pública. Posteriormente a la ruptura del contrato a fines de 2001 debido a la disminución de los recursos económicos de la Superintendencia Forestal, no fue realizada una nueva licitación pública que posibilitara la administración independiente de Puestos Fijos de Control Forestal. Emitió 697.032 Certificados Forestales de Origen (CFO) significando un promedio de 63.367 CFO/año. Delegó a 10 municipalidades funciones muy específicas (una en 2001, 5 en 2003, 3 en 2005 y una en 2006) en los Departamentos de Santa Cruz (8), Potosí (1) y Chuquisaca (1). Se iniciaron 9.557 procesos administrativos contra personas naturales y jurídicas que cometieron infracciones al Régimen Forestal de los cuales 5.430 contaban hasta2008 con resolución ejecutoriada. Recaudó un total de Bs. 588.669.121, de los cuales corresponden por concepto de Patentes, Multas y Remates Bs. 442.603.683 y Bs. 146.065.438 de Otras Recaudaciones siendo Bs. 49.055.760 el promedio anual recaudado. Con relación a 1997, las recaudaciones se incrementaron en 1998, disminuyeron hasta el 2000 y luego presentan una tendencia a incrementarse hasta 2006 para disminuir nuevamente en 2007 y 2008 Coparticipó Bs. 451.035.917 de los recursos provenientes de las recaudaciones con Prefecturas (Bs. 103.178.353), FONABOSQUE (Bs. 97.572.815), Municipios (Bs. 78.889.786) y Superintendencia Forestal (Bs. 171.394.963). Las Prefecturas, Municipios y Superintendencia Forestal presentan tendencias de reducir sus ingresos por estos conceptos. El Ministerio del ramo (organismo rector de acuerdo a la Ley 1700) tuvo una participación de inicio eficiente y oportuna en cuanto a la elaboración de la normativa complementaria y/o interpretativa del Régimen Forestal, posteriormente ineficiente y tardía principalmente en cuanto a desarrollar en parte el proceso de concesiones forestales a ASL y la determinación de las TPFP: Quedó pendiente
xi

entre otras cosas, la adecuación de la normativa con base en los resultados de la investigación realizada por IBIF. El FONABOSQUE estuvo ausente durante los 12 años de implementación del Régimen Forestal, a pesar de tener constituidas sus estructuras técnico administrativas en 1997 y su Directorio en 2007. Las Prefecturas tuvieron en general, con ocasionales excepciones, una participación irrelevante en la implementación del Régimen Forestal y su accionar estuvo definido por las políticas departamentales que no consideraron los bosques dentro de la visión de desarrollo departamental. Una gran parte de Municipalidades tuvieron a través de las UFM un papel determinante ya que facilitó el acceso de usuarios informales, de propietarios privados y comunidades rurales a derechos formales de aprovechamiento y la otorgación de concesiones forestales a las ASL. Sin embargo la participación de gran parte de las Municipalidades no fue lo que se esperó y tuvieron un papel muy ambiguo en la gestión forestal. Los Agentes Auxiliares tuvieron una participación activa en la elaboración y ejecución de los instrumentos de gestión. Sin embargo, su accionar como agentes auxiliares del Régimen Forestal fue ambiguo y cuando se cometieron hechos agravados de falsedad ideológica o material, los mecanismos de control y punición raramente les fueron aplicados por la Superintendencia Forestal. Bolivia solitariamente se encumbró en la vanguardia mundial de manejo de bosques naturales certificados sumando a 2008 una superficie de bosque certificada de 2.096.804 ha en 19 operaciones forestales (14 en concesiones forestales, 3 en propiedades privadas y 2 en Tierras Comunitarias de Origen). Las empresas certificadas o en proceso de certificación de acuerdo a la bibliografía consultada adoptaron más prácticas de manejo forestal sostenible que las empresas no certificadas.

xii

1. INTRODUCCION

De acuerdo a las estimaciones recientes, los bosques de Bolivia cubren alrededor de 46 millones de hectáreas (Killeen et al. 2007). Su inmensa masa forestal con potencial comercial, además de otros productos y servicios es extremadamente elevada disponiendo en el caso de la madera un stock mayor a los 317 millones de m³ y una capacidad de producción sostenida de sus bosques con más de 20 millones de m³/año (CFB-STCP 2000). Para Bolivia, la contribución formal de sus bosques o aquella visible para las estadísticas es relativamente pequeña, alrededor del 3% del PIB debido a que este dato captura solamente la producción forestal de madera y castaña. La participación del empleo formal forestal en la PEA (Población Económicamente Activa) nacional es también pequeña (4,1%) y la contribución formal del sector forestal a la economía nacional, se debe a que casi la mitad del aprovechamiento maderable se desarrolla al margen de la ley y no hacen parte de las estadísticas (MDRAyMA 2008). Estos indicadores económicos, sin embargo, no consideran ni valoran la contribución del bosque o del manejo forestal en los procesos de conservación de la biodiversidad y servicios ambientales que cada día adquieren una mayor relevancia. En la década del 90, Bolivia consecuente con los convenios internacionales suscritos y la necesidad de redefinir el rol del Estado, elaboró e implementó gradualmente un marco legal e institucional reformado. Este marco legal tuvo gran importancia para el futuro de la nueva Ley Forestal ya que configuró una compleja red de interacciones entre instituciones, leyes y reglamentos, las cuales fueron consideradas para elaborar la nueva normativa en armonía con el resto de la legislación. Se aprobó un conjunto de leyes para posibilitar la des-

centralización (Ley de Descentralización Administrativa), la participación de los gobiernos locales (Ley de Participación Popular), la definición de un sistema de regulación sectorial (ley del SIRESE) y el reconocimiento de los derechos tradicionales de los pueblos indígenas, las comunidades locales además de la propiedad sobre sus bosques y titulación de la tierra (Ley del Servicio Nacional Reforma Agraria) La Ley Forestal 1700 aprobada en 1996, estableció un nuevo modelo de desarrollo forestal, el cual instituyó el marco legal e institucional cualitativamente distinto al anterior (Ley General Forestal de la Nación Decreto Ley Nº 11686 del 13 de agosto de 1974) con características especiales, objetivos integrales, instrumentos, mecanismos y dotación de recursos viables para su aplicación que se manifiesta como resultados más importantes, el número de usuarios del bosque, la superficie sometida a regulación, el control de la legalidad, la fiscalización (cobro y coparticipación de patentes) y la institucionalidad en proceso de consolidación. El presente estudio, se enfoca en la interpretación del avance cuali – cuantitativo de la implementación del Régimen Forestal por parte de la Superintendencia Forestal durante sus 12 años de gestión y en la determinación de causas posibles o probables internas y externas, que influyeron positivamente y/o negativamente sobre el mismo con la institucional establecida en el marco de la Ley 1700. Se espera que el documento generado sirva de base de discusión de los nuevos procesos y políticas gubernamentales sectoriales a implementarse.

2

2. OBJETIVOS

El presente estudio tiene los siguientes objetivos: 2.1. Objetivo General Evaluar los alcances e implementación del régimen forestal por parte de la Superintendencia Forestal como entidad descentralizada del Gobierno e identificar los principales logros y lecciones aprendidas de dicho proceso en la administración de los recursos forestales del país. 2.2. Objetivos Específicos Sistematizar y analizar la situación por gestión anual de los derechos forestales (Planes Generales de Manejo Forestal, Planes Operativos Anuales Forestales, Programas de Abastecimiento y Procesamiento de Materia Prima, Reservas Privadas de Patrimonio Natural y Planes de Desmonte). Analizar y evaluar la aplicación de las medidas aplicadas por la Superintendencia Forestal y su impacto en el manejo forestal (aprobación de POAF condicionado a compromiso de presentación de PGMF, POAF en 3 ha, etc.). Sistematizar, analizar y evaluar por gestión anual los ingresos provenientes de la Patente Forestal y otros por el uso de los recursos forestales y los ajustes realizados en la recaudación (Patente por superficie total del área, patente por superficie anual de aprovechamiento, pago de deuda patente, TRF, patente desmonte). Sistematizar, analizar y evaluar por gestión anual la coparticipación de los recursos forestales provenientes de patentes y otros recursos a Municipios, Prefecturas y FONABOSQUE y evaluar el impacto de los ajustes realizados en la coparticipación.

Sistematizar y analizar el impacto de las estrategias de control Forestal (PFCF bajo administración de Inspectorate, UMIF, Auditorías Forestales, PAMPM). Evaluar y analizar la capacidad institucional establecida para la implementación del Régimen Forestal y el impacto del Proyecto de Reingeniería Institucional (PRINS) Analizar la contribución de los diferentes órganos en la implementación del Régimen Forestal (Ministerio, FONABOSQUE, Prefecturas y Municipalidades) Analizar la participación de los diferentes usuarios forestales (Empresas concesionarias, Agrupaciones Sociales del Lugar, propietarios Privados, Comunidades Campesinas e Indígenas).

4

3. MARCO CONCEPTUAL

3.1. Sistema de Regulación de Recursos Naturales Renovables (SIRENARE) En Bolivia ha sido el Estado tradicionalmente quien en representación de la sociedad se encargó de atender todas sus necesidades, y se pensó que era el único con capacidad de prestar los servicios de mayor importancia y necesarios para toda su población. No es de esperar que todos estos conceptos adquirieron una visión completamente diferente cuando bajo ese sistema, se tuvieron empresas deficitarias, o que si bien no fueron deficitarias, proporcionaron en general servicios de forma ineficiente, de baja calidad y con mínimas posibilidades de inversión, convirtiéndose las prestaciones de servicios básicos (como el agua potable, la electricidad, telecomunicaciones, etc.) en privilegio de muy pocos (Otero 2002). Según la misma autora los sectores necesitaron ser reformados, incluyendo la prestación de los servicios públicos para ser realizada a través de entes privados, pasando de ser servicios públicos propios a impropios, produciéndose en Bolivia esta reforma a través de la privatización y capitalización cuando al desprenderse el Estado boliviano del manejo de estos servicios, surgió la necesidad de crear organismos de control que resguarden los intereses no sólo de los usuarios o consumidores, sino también de las empresas y de la propia Administración. Para Ahern (2004) la regulación es una herramienta de manejo gubernamental que busca la competitividad y modernización de los servicios públicos apoyados por la transparencia, responsabilidad por resultados (accountability), eficiencia, proporcionalidad, necesidad, etc.

En ese marco, los entes regulatorios fueron creados como personas administrativas con competencia especial y personalidad jurídica propia, no perdiendo el Estado en ningún momento la administración, el control o su tutela y fueron considerados como entes descentralizados de tipo institucional que se caracterizaron por realizar actividades específicas de servicios y de carácter rentable, denominados como entidades autárquicas que al tratarse de descentralizaciones jurídicas del Estado, participan de la naturaleza pública de este, formando parte de su organización administrativa (Otero 2002). Es en ese marco de reformas – establecido como política gubernamental - el Presidente a.i. de la República, Víctor Hugo Cárdenas Conde promulgó en 1994 la Ley 1600 (Ley SIRESE) que creó el Sistema de Regulación Sectorial en Bolivia y posteriormente el Presidente de la República Gonzalo Sánchez de Lozada, promulgó en 1996 la Ley 1700, cuyo objetivo es regular, controlar y supervisar la utilización sostenible de los recursos naturales renovables y estableciendo en ésta, el Sistema de Regulación de Recursos Naturales Renovables (SIRENARE). Hasta abril de 2009, el SIRENARE estuvo bajo tuición del entoces Ministerio de Desarrollo Sostenible y Medio Ambiente (MDSMA), de acuerdo a los artículos 21º de la Ley 1700 y 9º de la Ley 1715; fue regido por la Superintendencia General e integrado por la Superintendencia Forestal y la Superintendencia Agraria, en concordancia con el artículo 27º de la Ley 1178, 53º del DS 25055 y 2º del DS 26389, considerándose estas últimas personas de derecho público con jurisdicción nacional, autonomía de gestión técnica, administrativa y económica. 3.2. Régimen Forestal de la Nación El Régimen Forestal de acuerdo al artículo 3º de la Ley 1700, es el conjunto de normas de orden público que regulan la utilización sostenible y protección de los bosques y tierras forestales y el régimen legal de otorgamiento a particulares, con clara determinación de sus derechos y obligaciones. El Régimen Forestal se compone de: Ley Forestal 1700 (12 de julio de 1996) Reglamento de la Ley Forestal. (DS 24453 del 21 de diciembre de 1996). Estatuto de la Superintendencia Forestal. (DS 24566 del 10 de abril de 1997). Estatutos del Fondo Nacional de Desarrollo Forestal – FONABOSQUE (DS 24759 del 31 de julio de 1997); Reglamento del Sistema de Regulación de Recursos Naturales Renovables
6

– SIRENARE (DS 24765 del 31 de julio de 1997) y Normas Técnicas elaboradas por el MDSMA (RM 130/97, 131/97, 132/97, 133/97, 134/97, 135/97, 136/97 y 248/98) Otra legislación relacionada con el Régimen Forestal: Ley Orgánica de Municipalidades (Ley 696 del 10 de enero de 1985). Ley de Inversiones (Ley 1182) del 17 de Septiembre de 1990. La Ley de Medio Ambiente, (Ley 1333) del 27 de Abril de 1992. Ley de Descentralización Administrativa (Ley 1551) del 20 de abril de 1994 y su Reglamento (DS 24206). Ley de Reforma Agraria (1715) del 18 de Octubre de 1996. Ley de Reconducción Comunitaria de la Reforma Agraria (Ley 3545) del 11 de noviembre de 2006. Reglamento de la Ley de Reconducción Comunitaria de la Reforma Agraria (DS 29215 del 2 de agosto de 2007) La aplicación de las normas jurídicas en Bolivia, se rigen por la jerarquía establecida en la Constitución Política del Estado: La Constitución. Las leyes y los tratados internacionales. Los decretos supremos y los decretos reglamentarios. Las disposiciones departamentales, regionales y municipales. Las normas de carácter administrativo. Forman parte también de éste régimen, los mecanismos de carácter interno y/o externo emitidos por la Superintendencia Forestal como: Resoluciones Administrativas, del Superintendente Forestal que son de carácter general, obligatorio y permanente, referidas al ámbito de su competencia en ejercicio de la independencia técnica, administrativa y económica establecida en el RF a través de las cuales se adoptan decisiones para cumplir con las finalidades de la entidad. Directrices, establecidas para temas específicos elaborados por las diferentes Intendencias o Gerencia de la Superintendencia Forestal y aprobadas por el Superintendente Forestal, orientadas a establecer procedimientos técnicos, operativos, jurídicos y administrativos determinados que deben observar sus diferentes unidades organizacionales: Direcciones Departamentales (DD), Unidades Operativas de Bosque (UOB) y Puestos Fijos de Control Forestal (PFCF)) y los distintos actores sociales (Agentes Auxiliares y/o usuarios del bosque) para
7

promover la mejor ejecución en el marco del lo establecido en la Ley Forestal y su Reglamento. Instructivos, mecanismos específicos de carácter interno emitidos por los Intendentes de área, de cumplimiento obligatorio por parte de los servidores públicos de las diferentes unidades organizacionales DD, UOB y PFCF orientados a perfeccionar la aplicación de normas, procedimientos técnicos, operativos, legales y administrativos establecidos en el marco de la Ley Forestal y su Reglamento. 3.3. Estructura Organizacional del Régimen Forestal 3.3.1. Organismo Rector El Ministerio de Desarrollo Sostenible y Medio Ambiente (MDSMA) (artículo 19º de la Ley 1700), es el organismo nacional rector responsable de formular las estrategias, políticas, planes y normas de alcance nacional para cumplimiento del Régimen Forestal. De acuerdo al artículo 20º de la Ley 1700: Clasifica las tierras según su capacidad de uso mayor, evaluar el potencial de sus recursos forestales. Presenta a la Superintendencia Forestal el programa de las áreas a ser licitadas de oficio y de las áreas reservadas para Agrupaciones Sociales del Lugar (ASL). Reajusta el monto mínimo de las patentes forestales en base a las listas referenciales de precios de los productos forestales en estado primario (madera simplemente aserrada). Planifica y supervisa el manejo y rehabilitación de cuencas. Promueve y apoya la investigación, validación, extensión y educación forestal. Gestiona asistencia técnica y canaliza recursos financieros externos para planes, programas y proyectos forestales. Esta instancia del Gobierno cambió de denominación en 2002 a Ministerio de Desarrollo Sostenible y Planificación (MDSP), en 2007 Ministerio de Desarrollo Rural Agropecuario y Medio Ambiente (MDRAyMA) y desde 2009 a Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras (MDRT) quién asume además de sus atribuciones y funciones, las de la Superintendencia General del SIRENARE 3.3.2. Organismo Regulador La Superintendencia Forestal es el organismo regulador (artículo 19º de la Ley 1700), es parte del SIRENARE, su misión principal consiste en promover,
8

facilitar y controlar el uso sostenible y la conservación de las tierras forestales y los bosques del país, conforme a lo establecido por el Régimen Forestal de la Nación. De acuerdo al artículo 22º de la Ley 1700: Supervigila el cumplimiento del Régimen Forestal de la Nación, disponiendo medidas, correctivos y sanciones pertinentes. Otorga por licitación o directamente, concesiones, autorizaciones y permisos forestales, los prorroga, renueva, declara su caducidad, nulidad o resolución; aprueba planes de manejo y programas de abastecimiento y procesamiento de materias primas, supervigilar el cumplimiento de las condiciones legales, reglamentarias y contractuales, así como aplica y efectiviza las sanciones correspondientes. Impone y exige el cumplimiento de las limitaciones legales referidas en el artículo 5º de la Ley 1700 y facilita la resolución de derechos conforme al artículo 6º y las acciones referidas en los artículos 13º y 14º. Lleva el registro público de concesiones, autorizaciones y permisos forestales, incluyendo las correspondientes reservas ecológicas. Efectúa decomisos de productos ilegales y medios de perpetración, detenta su depósito, expedita su remate de acuerdo a la reglamentación de la materia y destina el saldo resultante conforme a ley. Ejerce facultades de inspección y dispone medidas preventivas, aplica multas y las efectiviza. Dispone la realización de auditorías forestales externas, conoce sus resultados y resuelve como corresponda. Cobra y coparticipa oportunamente las patentes forestales de acuerdo a ley. Delega bajo su responsabilidad, funciones pertinentes a instancias municipales con conocimiento de las prefecturas. Conoce los recursos que correspondan dentro del procedimiento administrativo. El Superintendente Forestal rinde obligatoriamente a la Contraloría General de la República, un informe semestral y anual circunstanciado sobre los derechos forestales otorgados, valor de las patentes forestales y su correspondiente estado de pago, planes de manejo y de abastecimiento de materia prima aprobados y su estado de ejecución, inspectorías y auditorías forestales realizadas y sus correspondientes resultados, así como las demás informaciones relevantes sobre el real y efectivo cumplimiento del Régimen Forestal de la Nación.
9

La Superintendencia Forestal es un organismo público autárquico, persona jurídica de derecho público con jurisdicción nacional patrimonio propio y con autonomía de gestión técnica, administrativa y económica. Su estructura organizacional básica fue aprobada mediante el DS 24566 y estuvo compuesta hasta abril de 2009 por: La Oficina Nacional Las Direcciones Departamentales Las Oficinas Regionales (Unidades Operativas de Bosque) Puestos Fijos de Control Forestal La Oficina Nacional es la unidad organizacional más importante de la Superintendencia Forestal. Esta unidad, reside en la ciudad de Santa Cruz de la Sierra y se encuentra compuesta por las siguientes Intendencias, Gerencia y Unidades descritas a continuación: La Intendencia de Desarrollo Social (IDS), (Intendencia de Desarrollo Institucional hasta el año 2006), es responsable de promover, compatibilizar e integrar las estrategias, políticas y proyectos de desarrollo institucional. Además de esas funciones y/o atribuciones, asiste al Superintendente Forestal, compatibiliza con las Prefecturas y Municipalidades el cumplimiento de las competencias asignadas en la Ley Forestal y asumió las funciones específicas de la UCPOI a partir del año 2006 La Intendencia de Desarrollo Forestal (IDF), (ex Intendencia Técnica -ITE) antes de 2006 de acuerdo al DS 24566), es responsable de los aspectos técnicos y científicos, en la formulación e implementación de requisitos, términos de referencia, procesamiento de derechos forestales y contratación de los controles para el manejo sostenible de los recursos forestales además de llevar los registros estadísticos de la Superintendencia Forestal y evaluar el resultado de las políticas y acciones para promover el desarrollo sostenible. Propone también normas técnicas, mantiene el Sistema de Información Geográfico (SIG), procesa solicitudes de derechos forestales y otras (DS 24566). De acuerdo a la RA 91/03 (29 de agosto de 2003), ésta intendencia asumió el ejercicio de las funciones y atribuciones de la Intendencia de Operaciones (IOP) como responsable de la formulación y elaboración de propuestas de estrategias de control pre, durante y post operaciones forestales a nivel de campo y centros de procesamiento, así como también llevar el registro de empresas y centros de procesamiento efectuando también el monitoreo a inspecciones y otras de acuerdo a ley (DS 24566).
10

La Intendencia Jurídica (IJU), es responsable de cumplir y hacer cumplir las disposiciones jurídicas relativas al Régimen Forestal en el ámbito de su competencia. Para el efecto propone la emisión de instructivos y directrices, recomienda y ejecuta las acciones legales pertinentes, verifica y controla la legalidad de las operaciones forestales, lleva registros y proyecta enmiendas a la normativa especializada en procura de alcanzar una mayor correspondencia entre la norma y la realidad objetiva (DS 24566). La Gerencia de Administración y Finanzas (GAF), es responsable de la implantación y funcionamiento de los sistemas financieros y no financieros, de administración y control interno incorporados a ellos, de acuerdo a lo dispuesto en la Ley 1178, reglamentos y normas concordantes y conexas con el objetivo de lograr el funcionamiento eficaz, eficiente y transparente en las operaciones de la Superintendencia Forestal (DS 24566). La Unidad de Auditoría Interna (UAI) es la unidad de control posterior interno que asesora al Superintendente Forestal en forma directa y con plena independencia, sobre la eficacia, eficiencia, transparencia y responsabilidad por resultados de la gestión de la entidad (DS 24566). Las Direcciones Departamentales (ex Oficinas Locales) (DD) denominadas así hasta 2006), son técnica y operativamente dependientes de la IDF. Son unidades de representación departamental de la Institución, diseñan e implementan políticas y estrategias para la facilitación, control, regulación y gestión institucional a nivel de departamento, apoya, monitorea y evalúa la gestión de las UOB. Así mismo realiza las gestiones necesarias con las instancias pertinentes, para el desarrollo adecuado de sus funciones en los departamentos. Responden por sus resultados a la Intendencia de Desarrollo Forestal (DS 24566). Se encuentran bajo dependencia de las Direcciones Departamentales (DD)las unidades regionales (Unidades Operativas de Bosque) y los Puestos Fijos de Control Forestal. Unidades Operativas de Bosque (UOB), son instancias operativas de promoción y control del manejo sostenible de las tierras forestales. Entre sus principales funciones se encuentran la representación de la Institución en la jurisdicción provincial y/o municipal, la facilitación del acceso y uso sostenible de manera eficaz y eficiente, mantenimiento e incremento de los niveles de formalidad en el aprovechamiento del recurso forestal y su conservación a través del control, la aplicación de la normativa técnica para la regulación forestal, atención de
11

asuntos forestales en nivel local. Responden por sus resultados a las DD (DS 24566). Por otra parte para facilitar las actividades de regulación de la Superintendencia Forestal (aprobación de PGMF, PDM, POAF) se implementaron las Unidades Operativas de Bosques Itinerantes bajo la dependencia de la Intendencia de Operaciones Forestales (IOP) con las mismas funciones previstas para las UOB (RA 003/2000 de fecha 4 de enero del 2000). Se desconoce si estas unidades se encuentran vigentes a la fecha y/o, funcionan como UOB caracterizándose por tener vehículos propios con los que pueden acceder a zonas rurales donde los usuarios tienen interés en el manejo forestal y realizar labores de difusión el Régimen Forestal. Puestos Fijos de Control Forestal (PFCF), son exclusivamente para el control del tránsito de recursos y productos forestales (primera disposición final de la Ley 1700). Verifican que los productos en tránsito llevan la documentación de origen y/o procedencia, vale decir, el Certificado Forestal de Origen (CFO). Los PFCF se encuentran ubicados en las principales rutas camineras que conectan las regiones productoras forestales con ciudades y/o procesadoras de la materia prima. De acuerdo al Reglamento de la Ley Forestal, los PFCF deben ser administrados por una empresa u organización privada certificadora contratada vía licitación pública por la Superintendencia Forestal. 3.3.3. Organismo Promotor La Ley Forestal creó el Fondo Nacional de Desarrollo Forestal (FONABOSQUE) y le adjudicó la finalidad de promover el financiamiento para el uso sostenible y la conservación de los bosques y de las tierras forestales. Los recursos del FONABOSQUE provienen del porcentaje de las patentes forestales, multas y remates indicado por ley; los recursos remitidos por el Tesoro General de la Nación; donaciones y legados que recibe; recursos financieros captados de organismos multilaterales de inversión y de agencias de ayuda oficial y transferencias financieras en términos de concesiones o en condiciones de subsidios que le son dirigidos por el Convenio sobre Diversidad Biológica y la Convención sobre Cambios Climáticos. El FONABOSQUE fue concebido como una cuenta o fondo fiduciario a ser manejado en una entidad bancaria y específicamente destinado a constituir una base de recursos de contrapartida que permitiera obtener cooperación técnica y
12

financiera para programas dirigidos a la utilización sostenible y la conservación de los bosques y las tierras forestales. rehabilitación de cuencas, más no como una institución ni para otros fines (Andaluz 2009). Esta institución constituyó sus estructuras administrativas y técnicas recién en 2007 (RM Nº 121) donde el MDRAyMA aprobó el nombramiento del Directorio del FONABOSQUE no habiendo sido difundidas públicamente y oficialmente sus operaciones hasta la conclusión del presente trabajo. 3.3.4. Organismos de Apoyo La Ley Forestal define a Prefecturas y Municipalidades como órganos de apoyo al Régimen Forestal y sus atribuciones son descritas a continuación: Prefecturas Las Prefecturas son encargadas de formular y ejecutar los planes de desarrollo forestal departamental, establecidos en las estrategias, políticas, normas y planes a nivel nacional. También desarrollan programas de fortalecimiento municipal.; formulan y ejecutan programas y proyectos de inversión pública en investigación, extensión técnico-científica en el campo forestal y de la agroforestería, rehabilitación de cuencas y tierras forestales, forestación y reforestación, conservación y preservación del medio ambiente. Municipalidades El gobierno municipal es la célula local del Estado que más cerca está de la nación, los recursos naturales, de los actores, y de donde ocurren los daños ambientales y donde mejor se los puede evitar o mitigar. (Andaluz 2009). Es en este sentido que las Municipalidades o Mancomunidades Municipales dentro de su jurisdicción participan cumpliendo funciones de fiscalización, de prevención y control, de apoyo a la elaboración e implementación de planes de manejo (en TCO) y otros, además de proponer a las autoridades correspondientes la delimitación de áreas de reserva (ARFM) destinadas a concesiones para las Agrupaciones Sociales del Lugar (ASL) (RM 133/1997). 3.3.5. Agentes Auxiliares Los agentes auxiliares de la autoridad competente, son los profesionales y técnicos en Ciencias Forestales, Biológicas, Agronómicas y Pecuarias, que intervienen en la elaboración y seguimiento de los PGMF y Planes de Ordenamiento predial (POP) y otros instrumentos produciendo los documentos e informes que
13

suscriban fe pública (artículo 27º de la Ley 1700 y artículo 69º parágrafo IX de su Reglamento). Para los agentes auxiliares también constituyen circunstancias agravantes los delitos tipificados en los artículos 198º, 199º,200º y 203º del Código Penal cuando se trata de actos de falsedad ideológica, o el uso de instrumentos falsificados referidos al PGMF, POAF y otros, PAPMP, declaraciones juradas (entre estas los CFO), informes, documentos, pliegos de cargo, y recomendaciones de las inspecciones forestales, informes y dictámenes de auditorías forestales y demás instrumentos establecidos en el Régimen Forestal. 3.4. Derechos Forestales La Ley 1700, establece los derechos de utilización forestal que se adquieren por otorgamiento del Estado conforme a ley y conservándose en la medida en que su ejercicio conlleve la protección y utilización sostenible de los bosques y tierras forestales, de conformidad con las normas y prescripciones de la materia. Estos derechos de utilización forestal son: 3.4.1. Concesión forestal en tierras fiscales Las concesiones se otorgan a personas individuales o colectivas el derecho exclusivo de aprovechamiento de recursos forestales por 40 años en un área específicamente delimitada de tierras fiscales. La Superintendencia Forestal consideró a empresas forestales e Institutos de Investigación (UAGRM) que tenían contratos de aprovechamiento forestal vigentes a la fecha de promulgación de la ley 1700, el acceso a través de un proceso de conversión voluntaria al régimen de concesiones (hasta el 31 de diciembre de 1997), o accederán a este derechos a través de un proceso de licitación pública (de acuerdo al artículo 30º de la Ley Forestal). Acceden a este derecho también las ASL en el marco de lo establecido enel artículo 31º de la Ley Forestal, su Reglamento y la directriz RM 133/97 como sujetos de otorgación de concesiones forestales. La Ley de 1974 (Decreto Ley Nº 11686) estableció contratos de aprovechamiento a corto plazo (3 años), mediano plazo (10 años) a largo plazo (20 años) que eran aprobados por el gobierno mediante decretos supremos y en la práctica difíciles de obtener por lo que gran parte de las operaciones forestales estaban regidas por contratos que tenían una vigencia de hasta cinco años. Esta norma incluía la obligación de las empresas madereras de implementar planes de manejo forestal, pero los titulares de esos derechos ignoraron esta obligación que nunca fue
14

aplicada principalmente debido por la debilidad institucional estatal del sector. La mayoría de los concesionarios obtuvo ganancias inmediatas y evitó costos y problemas inherentes a la implementación de los planes de manejo forestal (Contreras-Hermosilla y Vargas 2002). 3.4.2. Autorización de aprovechamiento en tierras de propiedad privada Este tipo de derecho (que incluye a Comunidades Campesinas, Comunidades Indígenas en y/o TCO y Propietarios Privados) que de acuerdo a Ley 1700 solo es otorgado a requerimiento del propietario o con su consentimiento expreso. Está sujeta a las mismas características de la concesión, excepto las que no le son aplicables y garantiza a los pueblos indígenas la exclusividad en el aprovechamiento forestal en las Tierras Comunitarias de Origen (TCO) debidamente reconocidas de acuerdo al artículo 171° de la Constitución Política del Estado y a la Ley Nº 1257 que ratifica el Convenio Nº 169 de la Organización Internacional del Trabajo. 3.4.3. Permisos de Desmonte Este derecho es autorizado cuando el titular del derecho requiere ejecutar actividades de habilitación de nuevas tierras para el establecimiento de cultivos agrícolas, pasturas, cultivos mixtos en tierras permitidas para su conversión a otros usos. También se aplica a otros organismos o entidades que tengan necesidad de eliminar cobertura arbórea de un área con las finalidades de construcción de infraestructura caminera, pistas de aterrizaje, tendido de líneas de electrificación, exploraciones petrolíferas u otras actividades, obligatoriamente deben presentar una solicitud a la Superintendencia Forestal para su aprobación. 3.4.4. Solicitudes de Uso Propio Cuando el propietario de un fundo pide a la Superintendencia Forestal permiso para hacer aprovechamiento de madera, que destinará a su uso exclusivo en la misma propiedad u otra que demuestre ser propietario sin tener fines comerciales. Los volúmenes de madera o de otros productos considerados para el uso propio no deben exceder los especificados en la Directriz ITE 01/1999. 3.4.5. Uso Doméstico Definido como aquella producción al interior de la unidad doméstica o asentamiento humano, lo que significa que su uso no implica traslado ni transporte a otras poblaciones u otros fundos. Por tanto, su aprovechamiento no requiere de
15

autorización de la Superintendencia Forestal siempre y cuando se enmarque dentro de lo arriba indicado (artículo 1º del Reglamento de la Ley 1700) 3.5. Instrumentos de Gestión Forestal Los instrumentos de gestión forestal de acuerdo a la Ley 1700, son el Plan General de Manejo Forestal (PGMF), el Plan Operativo Anual Forestal (POAF), Informe Anual de Actividades de Aprovechamiento (IAPOAF) y el Plan de Desmonte (PDM) incluyéndose además los Planes de Manejo de las Reservas Privadas de Patrimonio Natural (RPPN). Las características específicas de cada uno de estos instrumentos son: 3.5.1. Plan General de Manejo Forestal (PGMF) Es un instrumento resultante de un proceso de planificación racional basado en la evaluación de las características y el potencial forestal del área a utilizarse. Es elaborado, firmado y ejecutado por profesionales y Técnicos forestales (artículo 27º de la Ley 1700) debidamente habilitados por la Superintendencia Forestal (artículo 69º parágrafo VI del Reglamento de la Ley 1700) de acuerdo a normas y prescripciones de protección y sostenibilidad y debidamente aprobado por la autoridad competente. De acuerdo a las normas técnicas RM 132/97 y RM 248/98, el PGMF tiene una vigencia mínima equivalente al periodo de vigencia del contrato, concesión o ciclo de corta y debe ser revisado al menos cada 5 años independientemente al inventario de reconocimiento que debe rehacerse cada 10 años. Los PGMF se diferencian de acuerdo a normas (RM 132/97 y 136/97) por la superficie asignada al manejo forestal y tipo de propiedad PGMF mayores a 200 ha (PGMF ≥ 200 ha) y PGMF menores a 200 ha (PGMF ≤ 200 ha) 3.5.2. Plan Operativo Anual Forestal (POAF) Es un instrumento operativo que se elabora anualmente y en el que deben establecerse las actividades de aprovechamiento, silviculturales, protección y monitoreo a ejecutarse en el citado periodo, de acuerdo a lo establecido en el PGMF (artículo 1º del Reglamento de la Ley 1700). En el POAF, se presenta el volumen de extracción de madera autorizado en base a cálculos para su extracción y aprobado por la Superintendencia Forestal. Este volumen considerado comercial, (volumen de trozas a extraer), corresponde al volumen aprovechable por hectárea reducido por: la intensidad de aprovechamiento, la consideración de factores de seguridad y la reducción de los
16

volúmenes dejados en el campo en forma de despuntes y otros desperdicios (anexo #1 RM 248/98). Inicialmente los POAF fueron aprobados por los técnicos de la Intendencia de Desarrollo Forestal (Ex Intendencia Técnica) quién delegó a partir del 1 de Julio de 2004 la función de aprobación de POAF (con PGMF) a los Directores Departamentales (Ex Jefes de Oficinas Locales) y Responsables de Unidades Operativas de Bosque (UOB) y a partir del 8 de noviembre de 2004, (RA 108/2004 de fecha 3 de noviembre de 2004) delega la función de aprobación de POAF condicionados a presentación de PGMF al Responsable de la UOB San Ignacio de Velasco y al Director de Departamental de Pando en el marco de la Directriz Técnica ITE 001/2004 (RA 48/2004 de fecha 27 de mayo de 2004). 3.5.3 Informe Anual de Actividades de Aprovechamiento (IAPOAF) Es un mecanismo de seguimiento a la implementación del Plan Operativo Anual Forestal establecido en las Norma Técnica 248//98 y elaborado por los Agentes Auxiliares para ser presentado a mas tardar hasta el 31 de marzo de cada año y ser evaluado en las Direcciones Departamentales o Unidades Operativas de Bosque 3.5.4. Plan de Desmonte (PDM) Es un instrumento operativo definido en la Norma RM 131/97, y de acuerdo al artículo 35º de la Ley 1700. Los PDM se aprueban directamente en las instancias locales de la Superintendencia Forestal en comunicación con las prefecturas y municipalidades de la jurisdicción. Deben ser elaborados por profesionales registrados y habilitados por la Superintendencia Forestal (artículo 69º parágrafo VI del Reglamento de la Ley 1700). El Plan de Desmonte incluye un censo o inventario forestal para estimar el volumen de madera aprovechable por especie y la madera proveniente de éste debe ser aprovechada de forma integral y destinada en la mayor cantidad posible para su comercialización. Tanto para POAF y PDM, el volumen de madera extraído, es aquel proveniente de las áreas de aprovechamiento forestal y áreas establecidas para desmonte y consignado en los Certificados Forestales de Origen (CFO). 3.5.5. Reserva Privada de Patrimonio Natural (RPPN) Constituye una servidumbre ecológica voluntaria, establecida por acto unilateral del propietario, comunidades campesinas y pueblos indígenas, que mediante
17

escritura pública, delimitan su extensión y limites para conservar diferentes valores de conservación (ecológicos, bellezas escénicas o paisajísticas) sobresalientes en su propiedad y gozan de la misma protección jurídica que las tierras de protección. Estas RPPN no pueden exceder de un área a cinco mil hectáreas y en ningún caso, un plazo menor de diez años de constituidas. Los propietarios que establecen una RPPN se benefician con la exención del pago de impuestos de las superficies destinadas a la conservación. Su constitución y plan de manejo es aprobado a través de una resolución específica de la Intendencia Técnica (ITE) ahora Intendencia de Desarrollo Forestal (RM 130/97 de 9 de junio de 1997). 3.6. Control La Ley 1700 faculta a la Superintendencia Forestal a utilizar varios instrumentos para la regulación del sector. El proceso de control tiene su inicio con la supervisión de las actividades de aprovechamiento en campo (inspecciones y/o auditorías forestales), luego se extiende a los productos en tránsito hacia los centros de procesamiento y/o transformación primaria o secundaria (Programas de Abastecimiento y Procesamiento de Materia Prima) y en los mercados de productos. Desde el momento de su extracción, los productos forestales deben transitar con la documentación que verifica su lugar específico de origen (Pattie 1997). 3.6.1. Inspección o Inspectoría Forestal Es la herramienta de seguimiento y control sistemático de los derechos forestales por parte de la Superintendencia Forestal con el fin de verificar el permanente, real y efectivo cumplimiento de las prescripciones de conservación y sostenibilidad dispuestas por Ley, su reglamento, planes de manejo, programas de abastecimiento y procesamiento de materia prima, planes de desmonte, planes de ordenamiento predial e instrumentos subsidiarios y conexos (artículo 89º del Reglamento de la Ley 1700). Estas inspecciones pueden efectuarse en cualquier momento, de oficio, a solicitud de parte o por denuncia de terceros. Para fortalecer el control además de las unidades específicas en DD y UOB, adicionalmente la Superintendencia Forestal creó las siguientes unidades: Unidades Móviles de Control Forestal (RA 002/2000 del 3 de enero del 2000) implementadas con el objeto de intervenir a los usuarios del bosque que evaden
18

el control del transporte de productos forestales ejercitado por los PFCF. Los resultados obtenidos por estas unidades se encuentran incluidos en el número de inspecciones total que presenta la Superintendencia Forestal en sus informes por lo que no se percibe su efecto individual. No se encuentran en informes o documentos accesibles de la Superintendencia Forestal información sobre si estas unidades continúan operando actualmente como tal. Unidades Móviles de Inspección Forestal (UMIF) (RA 88/04 del 7 de septiembre de 2004) con el objeto de implementar una mejor estrategia de control (en el marco de la Directriz Técnica ITE 002/2004) prestando servicios de manera temporal a las UOB y DD (anteriormente OL) de Pando, Beni y Santa Cruz en actividades de inspección forestal a derechos forestales otorgados y/o centros de procesamiento autorizados. Los resultados obtenidos por estas unidades se encuentran desarrollados a detalle en sus informes de gestión. Estas unidades fueron desactivadas en 2008 no encontrándose motivo y/o justificación de esta acción en informes y/o RA de la Superintendencia Forestal. 3.6.2. Auditoría Forestal Es un mecanismo que tiene por objeto el análisis integral de las operaciones forestales con el fin de determinar el nivel de cumplimiento de las obligaciones legales, reglamentarias y contractuales en la ejecución del derecho concedido y emitir los dictámenes que correspondan para los efectos establecidos por el Régimen Forestal. Las auditorías forestales, deben ser efectuadas exclusivamente por empresas auditoras independientes debidamente calificadas registradas por la Superintendencia Forestal. Andaluz (2009) precisó que, dado que tienen un costo a cargo del titular del derecho, las auditorías forestales deben realizarse ordinariamente cada cinco años y extraordinariamente sólo cuando se trate de establecer un estado de corte para la cesión de derechos o cuando con fundamentos sea solicitada por la municipalidad. En virtud a un dictamen favorable, la Superintendencia Forestal debe extender de oficio la prórroga de la concesión por un periodo de cinco años, adicionado al que le resta del original de 40 años concedidos. Producen también mérito de auditoría quinquenal las auditorias del sistema internacional de certificación forestal voluntaria debidamente acreditadas por instancias internacionales de solvente credibilidad (artículo 91º del Reglamento de
19

la Ley Forestal). Estas instancias fueron reconocidas por el MDSMA a través de la RM 008/2001 (17 de enero de 2001). 3.6.3. Programa de Abastecimiento y Procesamiento de Materia Prima (PAPMP) Es también un mecanismo de control establecido en la Ley 1700, y normado técnicamente para su elaboración mediante la RM 134/1997 (9 de Junio de 1997). El PAPMP, provee información de los usuarios del bosque a fin de que todos los productos forestales que lleguen a los Centros de Procesamiento (empresas de transformación primaria y/o secundaria) provengan de bosques manejados o, en su caso, de desmontes debidamente autorizados, y que el procesamiento se efectúe mediante las tecnologías ambientalmente más recomendables. En términos generales, los volúmenes por especie de entrada y salida de cada centro de procesamiento deben coincidir, después de aplicar los factores de conversión de aserrío o procesamiento y también los volúmenes de exportación de los productos deben estar en función de los cupos autorizados por la Superintendencia Forestal (Pattie y Aguilar 1997). La presentación de Informes Trimestrales a la Superintendencia Forestal por parte de las Empresas Forestales proporcionando información sobre el cumplimiento del PAPMP, es obligatoria (RM 134/97). 3.6.4. Certificado Forestal de Origen (CFO) Es un mecanismo de control establecido por la Superintendencia Forestal (artículo 74º del Reglamento de la Ley 1700) que determina el origen de los productos forestales y permite su transporte, comercialización y exportación (Cuadro 1). El CFO es el único documento que acredita la legalidad del origen del producto forestal y debe ser utilizado por Empresas o Personas que: Se encuentran registradas a la Superintendencia Forestal, que se dedican al aprovechamiento de los recursos forestales, que cuentan con autorización de aprovechamiento, mediante un instrumento de gestión: POAF y PDM o también, se dedican a la transformación y/o comercialización de productos forestales que además de contar con el respaldo respectivo del producto solicitado para transportar, deberán exhibir el CFO o factura comercial con el cual lo obtuvo. Solicitan eventualmente transportar un producto, al igual que para empresas dedicadas a la comercialización de productos forestales, quienes deberán contar con el respaldo respectivo del producto solicitado para transportar, exhibiendo el CFO o factura comercial con el cual lo obtuvo.
20

Cuadro 1. Tipos de CFO establecidos
Descripción Respalda transporte de producto en troza, del área de aprovechamiento autorizado CFO 1 mediante un Plan Operativo Anual Forestal (POAF) al Centro de Procesamiento Primario (CPP) (aserradero) Respalda transporte de producto de madera aserrada del CPP a un Centro de Comercialización (barraca) especificado. También el transporte de madera de un CPP CFO 2 a otro CPP o su destino final. y/o también transporte de productos semielaborados como flitches. Respalda el transporte de productos no maderables en estado primario o procesado CFO 3 como: palmito, castaña, jatata, etc. CFO diferenciado. (*) Respalda el transporte de productos secundarios como: leña, CFO 3A carbón puntales, postes de alambrado, postes para tendido eléctrico, etc., de acuerdo a la cantidad CFO 3B IDEM CFO 3A (*) CFO 3C IDEM CFO 3A (*) CFO 3D IDEM CFO 3A (*) Respalda la exportación de producto maderable en cualquier estado, sea aserrada CFO 4 o productos acabados Respalda exportación de productos No maderables del bosque nativo o plantacioCFO 5 nes, tales como palmito, castaña, etc. Respalda transporte de madera en troza de Planes de Desmonte, desde área de CFO 6 origen al CPP CFO 7A Respalda transporte de productos en troza de desde el área de origen al CPP CFO 7B Respalda el transporte de productos No maderables de plantaciones, como: palmito CEOR 1 Madera en Troza y elaborada CEOR 2 Productos No Maderables CFI A Respalda la importación de productos forestales maderables hasta ≤ 5.000 Pt. CFI B Respalda la importación de productos forestales maderables hasta 10.000 Pt. CFI NM Respalda la importación de productos forestales No maderables CFO CERT1 Para madera proveniente de bosques certificados (sin vigencia desde 01/05/2003) Para madera elaborada proveniente de bosques certificados (sin vigencia desde CFO CERT2 01/05/2003) CTF LPF Para libre transporte forestal Liquidación de productos secundarios con límite establecido por volumen y/o cantidad Tipo

Fuente: Elaboración propia en base a las RA de la Superintendencia Forestal

21

3.7. Fiscalización La Superintendencia Forestal consideró la fiscalización al acto de recaudar los recursos económicos de las patentes forestales, volumen y los provenientes de multas y remates y coparticiparlos con las Prefecturas, Municipios y FONABOSQUE de acuerdo a Ley. 3.7.1. Patentes La ley 1700 (artículo 36º), establece en favor del Estado las siguientes patentes por la utilización de los recursos forestales, que no constituyen impuesto, tomando la hectárea como unidad de superficie: La Patente de Aprovechamiento Forestal (Patente por Superficie) que es el derecho que se paga por la utilización de los recursos forestales, calculado sobre el área aprovechable de la concesión establecida por el plan de manejo. En 2002, debido a la mora del pago de la patente por superficie que tenían los titulares de concesiones forestales (empresas y ASL), el gobierno nacional incorporó en la Ley de Reactivación Económica No. 2152 (23 de noviembre del 2000) y el DS. 26043 (12 de diciembre del 2000), un plan de pago para esta mora en el plazo de dos años. El artículo 2º del DS 27024 (6 de mayo de 2003) facultó a la Superintendencia Forestal a aprobar un plan de pago de la deuda de Patente Superficie adeudada (Programa Transitorio de Regularización de la Deuda) hasta la primera cuota de la gestión 2003 inclusive, a ejecutarse en un plazo máximo de 36 meses calendario (RA 38/2003 del 11 de abril de 2003 y modificado por RA 55/200315 de mayo de 2003). El valor anual de la patente forestal por el aprovechamiento forestal que pagaron las empresas concesionarias (Patente por Superficie) hasta el año 2003 fue de $us. 1 por hectárea calculado sobre el área aprovechable de la concesión establecida por el plan de manejo total de la concesión permitiendo la asignación de hasta el 30% de la superficie total como “áreas de protección no aprovechables. Desde el año 2003 de acuerdo al DS Nº 27024 (6 de mayo de 2003) las empresas concesionarias pagan $us 1 por hectárea, por patente de aprovechamiento forestal calculado sobre el área de aprovechamiento anual (AAA). Según STCP (2000), el efecto de la Patente por Superficie en las Empresas Forestales es menos relevante frente a otros factores como la baja productividad
22

de las empresas y el elevado costo del transporte y la incidencia de la misma se encuentra directamente relacionada al volumen medio de la cosecha. Las ASL también pagan a favor del Estado la patente de aprovechamiento forestal de acuerdo a lo reglamentado en el DS 25422 (11 de junio de 1999), que establece el pago de la patente anual, sobre la superficie del Área Anual de Aprovechamiento (AAA) en base a una fórmula de cálculo que toma como referencia la patente forestal mínima y la ajusta utilizando parámetros de ecoregión, riqueza forestal, accesibilidad y tamaño de la concesión. Las Universidades y/o Centros de Investigación se encuentran exentas del pago de la patente forestal Las TCO, Comunidades Campesinas y Propietarios Privados pagan al Estado $us. 1 por hectárea sobre el área intervenida anualmente. La Patente por Desmonte, que es el derecho que se paga por los permisos de desmonte que tiene tres componentes: Base del monto por superficie de $us 15/ha pagado por el titular de la propiedad. Pago Volumen establecido en el 15% del valor del producto pagado por el titular de la propiedad (según la patente de Desmonte y RA del Superintendente Forestal 076/1999 y 094/2000) Pago Volumen establecido en el 15% del Valor del producto Comprador / Comercializador (según Certificado Forestal de Origen (CFO) Los desmontes de hasta 5 hectáreas acumulativas están exentos del pago de patente por superficie, no así las otras dos patentes; los desmontes mayores a 5 hectáreas deben presentar un Plan de Desmonte y en el caso de desmontes ilegales, el infractor paga los dos primeros componentes más una multa de un monto que varía de acuerdo al caso. 3.7.2. Pago por Volumen Denominado equivocadamente y conocido por Patente por Volumen, es el pago (además del establecido en pago volumen de la Patente por Desmonte) por el producto proveniente de los PGMF de Contratos a Largo Plazo (CLP) en vigencia y también el cobro realizado por el aprovechamiento de productos secundarios (ej. carbón). También es un pago excepcional de acuerdo a la Resolución Administrativa del Superintendente Forestal 044/2000 (17 de abril de 2000) cuando se constató
23

que propietarios de fundos con superficie mayores a 200 ha, a objeto de obtener la aprobación de sus planes de manejo y autorización de aprovechamiento forestal, procedieron a fraccionar sus áreas forestales hasta adecuarlas a la modalidad de aprovechamiento en propiedades privadas iguales o menores a 200 ha por lo que se procedió a convertir los PGMF aprobados por las Oficinas Locales de Pando y Beni mediante la Norma Técnica N° 132/97en POAF de acuerdo a la Norma Técnica 248/98de las propiedades privadas que tienen áreas forestales mayores a 200 ha. Así mismo cuando el titular del predio presentó su PGMF hasta el 31 de diciembre de 1999 y se encontró pendiente de aprobación presentando obligadamente un Informe Anual sobre la ejecución del Plan Operativo Anual Forestal (IAPOAF) y/o cuando las propiedades privadas con áreas forestales mayores a 200 ha no obtuvieron autorización de aprovechamiento basadas en un PGMF permitiéndoles por única vez la aprobación de un POAF previa suscripción obligatoria de un compromiso de presentación del PGMF en plazos establecidos. 3.7.3. Coparticipación Los recursos provenientes de patentes de aprovechamiento forestal, desmonte, multas y remates, son considerados por la Superintendencia Forestal para su coparticipación de acuerdo al porcentaje establecido por Ley (Cuadro 2). Cuadro 2. Coparticipación de las patentes forestales
Organismos del Régimen Forestal Prefecturas Municipalidades FONABOSQUE Superintendencia Forestal Patente Superficie (%) 35 25 10 30 Patente Desmonte (%) 25 25 50 Multas y Remates (%)

70 30

Fuente: Elaboración propia en base a la Ley 1700

3.8. Tarifa de Regulación En 2003, mediante el artículo 4º del DS 27024 (6 de mayo de 2003), la Superintendencia Forestal (inciso (e) de la ley 1600 del SIRESE) fue autorizada a establecer una Tarifa de Regulación como pago anual variable por parte de los usuarios del bosque a la Superintendencia Forestal por la actividad de regulación a ser efectuada en función del POAF aprobado (Directriz Técnica ITE 002/2003 del 28 de mayo de 2003) (Cuadro 3). Esta TRF considera el promedio de los costos administrativos por hectárea regulada para los productos madera24

bles, (área contemplada del POAF) y que no debe superar las 35 Unidades de Fomento a la Vivienda (UFV). Cuadro 3. Tarifa de Regulación Forestal
Régimen de Aprovechamiento Forestal Concesión Forestal No Certificada Concesión Forestal Certificada Propiedad Privada No Certificada Propiedad Privada Certificada Concesión Forestal de Agrupación Social del Lugar No Certificada Concesión Forestal de Agrupación Social del Lugar Certificada Tierra Comunitaria de Origen No Certificada Tierra Comunitaria de Origen Certificada
Fuente: Directriz Técnica ITE 002/2003 de la Superintendencia Forestal

TRF expresada en UFV 35 30 35 30 20 15 18 13

De acuerdo a esta Directriz solamente las Universidades y/o Centros de Investigación se encontraban exentas del pago de la TRF. Posteriormente mediante la RA 64/2003 (23 de junio de 2003) el Superintendente Forestal exime del Pago a TCO y Comunidades Campesinas. 3.9. Usuarios del bosque Uno de los grandes aciertos que se le atribuyen a la Ley 1700, es el reconocimiento de los derechos de los diferentes usuarios del bosque, que se detallan en los acápites siguientes. 3.9.1. Empresas Concesionarias Las Empresas concesionarias son unidades económicas con fines de lucro en base a los recursos forestales que tienen una relación contractual con el Estado a través de la Superintendencia Forestal, es decir, son aquellas empresas madereras a la que les fueron otorgadas concesiones forestales en tierras fiscales, en el marco de la Ley 1700 para desarrollar actividades productivas en las mismas. En Bolivia la mayoría de las empresas concesionarias se encuentran representadas por su órgano matriz denominado Cámara Forestal de Bolivia (CFB), cuya sede se encuentra ubicada en la ciudad de Santa Cruz de la Sierra. Esta institu-

25

ción de carácter privado fue reconocida por el Estado mediante la RS Nº 161532 (9 de marzo del año 1972). 3.9.2. Agrupaciones Sociales del Lugar Las Agrupaciones Sociales del Lugar (ASL)son colectividades de personas con personalidad jurídica adquirida para el efecto, conformadas por usuarios tradicionales del bosque, comunidades campesinas, pueblos indígenas y otros usuarios del lugar que utilizan recursos forestales, dentro de la jurisdicción de una Municipalidad o Mancomunidad de Municipalidades (artículo 1º del Reglamento de la Ley 1700). Las ASL son constituidas y calificadas conforme a Ley 1700, su Reglamento y la norma (RM 133/97). Cumplen ciertos requisitos para ser beneficiarios de concesiones en áreas destinadas para tal fin (Áreas de Reserva Forestal Municipal) siendo en realidad concesionarios en tierras fiscales municipales. 3.9.3. Tierras Comunitarias de Origen Las Tierras Comunitarias de Origen (TCO), comprenden el concepto de territorio indígena, de conformidad a la definición establecida en la parte II del Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo, ratificado mediante Ley 1257 (11 de julio de 1991) y la nueva Constitución Política del Estado (NCPE) que deberá sujetar a un trámite, su conversión a Territorio Indígena Originario Campesino (TIOC) en el plazo de un año desde la elección del Órgano Ejecutivo y Legislativo. La Ley 1715 del INRA, define a la TCO como el espacio geográfico que constituye el hábitat de los pueblos y comunidades indígenas y originarias, a los cuales han tenido tradicionalmente acceso y donde mantienen y desarrollan sus propias formas de organización económica, social y cultural, de modo que aseguren su sobrevivencia y desarrollo. Sus tierras son inalienables, indivisibles, irreversibles, colectivas, inembargables e imprescriptibles. Los pueblos indígenas tienen el derecho exclusivo de uso de sus recursos, al igual que no requieren de autorización previa para realizar un uso tradicional y doméstico con fines de subsistencia de los recursos naturales existentes en sus tierras. El aprovechamiento comercial de los recursos es realizado bajo las condiciones estipuladas en el Régimen Forestal.
26

3.9.4. Propietarios Privados Los propietarios Privados son aquellas personas naturales con pequeñas o grandes áreas con vocación forestal que cuentan con algún instrumento legal que demuestre la tenencia legal de su tierra y el derecho de aprovechamiento de los recursos forestales en tierras con vocación forestal que se encuentran en ella, cumpliendo la normativa legal y fiscal. 3.9.5. Universidades y/o Centros de Investigación Los centros de investigación a los cuales la Superintendencia Forestal reconoció o ratificó sus áreas forestales otorgadas antes de 1997 con fines de estudio e investigación y que se encontraron vigentes a la fecha de promulgación de la Ley 1700.

27

4. METODOLOGIA

El presente documento comprende el análisis de los resultados de implementación del Régimen Forestal en Bolivia por parte de la Superintendencia Forestal en base a la información generada y disponible de 12 años de gestión. El desarrollo del mismo se planteó de manera práctica en 3 fases: 4.1. Recopilación de Información Se obtuvo la información oficial generada por la Superintendencia Forestal de las gestiones 1997, 1998, 1999, 2000, 2001, 2002, 2003, 2004, 2005, 2006, 2007 y 2008, es decir, los Informes de Gestión publicados en físico y/o digital. Asi mismo se recopilaron las Resoluciones Administrativas emitidas por el Superintendente Forestal y las Directrices e Instructivos emitidos por las diferentes Intendencias en físico (Tomo 1 al 16 correspondientes a los años 1997, 1998, 1999, 2000, 2001, 2002, 2003 y primer semestre 2005) y digital de las gestiones 2005 (semestre II), 2006, 2007 y 2008 (de estos 2 últimos años en digital y no oficial) y los Atlas de Derechos Forestales (Tomo 1 y 2 en físico) publicados por la Superintendencia Forestal donde se encuentra la información detallada oficial hasta 2003 de las empresas forestales concesionarias, ASL, Investigación y Propiedades Privadas (TCO, PP y PC). Adicionalmente a la documentación mencionada en los anteriores párrafos, se procedió a la recopilación de material bibliográfico (publicaciones) en físico y digital del sector forestal publicado desde el año 1997 dentro y fuera del país. Inclusive se consultó publicaciones divulgadas hasta mediados de 2009. 4.2. Procesamiento de la Información En esta segunda fase, se procesó la información obtenida generando una base de datos en Excel organizada por año y departamento de los principales logros

y/o resultados de cumplimiento de las funciones de la Superintendencia Forestal. Esto incluyó el análisis de los siguientes componentes: La regulación forestal concebida como los derechos forestales otorgados y vigentes de las Empresas forestales, ASL y UAGRM; CLP; los PGMF y POAF aprobados; Parcelas de Medición Permanentes instaladas; Planes de Desmonte (PDM) autorizados; Reservas Privadas de Patrimonio Natural (RPPN) constituidas y Profesionales y Empresas forestales habilitadas por gestión. El control forestal como las inspecciones forestales realizadas; Programas de Abastecimiento y Procesamiento de Materia Prima (PAPMP) aprobados; Auditoría forestal realizada; CFO emitidos y acciones de control de la ilegalidad realizadas. La fiscalización entendida como la recaudación de Patentes Forestales y otros; la recuperación de la deuda de la Patente Forestal y Recursos coparticipados con Municipios; Prefecturas; FONABOSQUE y Superintendencia Forestal. Por último el desarrollo de la Institucionalidad desde la implementación de la Superintendencia Forestal que considera a las autoridades (Superintendentes Forestales e Intendentes designados); sus Recursos Humanos; las Unidades organizacionales de la Superintendencia Forestal (denominación y ubicación de las mismas); la participación del: Ministerio del sector (actualmente MDRyT), del Fondo Nacional de Desarrollo Forestal (FONABOSQUE), Prefecturas; Municipalidades; Agentes Auxiliares y usuarios del bosque. Posteriormente la información fue compatibilizada o verificada su confiabilidad con las RA emitidas o bibliografía consultada. Cuando no se encontró información de alguna variable o serie en alguna gestión, se realizó la aclaración correspondiente en la base de los cuadros y/o se informa sobre alguna limitación por gestión. En estos casos por estas limitaciones, la interpretación de los cuadros es referida a un aproximado del total presentando sin embargo una proyección o perfil general. En general se trató de utilizar las cifras presentadas como se encuentra en la información de origen, sin embargo se han ajustado las sumatorias cuando se ameritó y confirmó alguna inconsistencia en la misma. Es posible que algunas cifras o información no estén de acuerdo con los informes de gestión, ya que la información más relevante proviene en algunos casos de las Resoluciones Administrativas emitidas verificándose su consistencia.
30

La información presentada en este trabajo respecto a la participación de los demás organismos y actores del RF fuera de la Superintendencia Forestal, corresponde a la originada en bibliografía en físico y digital consultada. Niveles más detallados la información de alguna variable descrita que se consideró importante se encuentran disponibles en Anexo. 4.3. Análisis e interpretación de la información Una vez sistematizada la información, se elaboraron cuadros y figuras por gestión o temática para facilitar su interpretación y análisis. Acompañan en general a los resultados y para discusión, las opiniones sobre la temática de otros autores que son originadas en la revisión de la bibliografía consultada. Posteriormente y de acuerdo a los objetivos propuestos, se llegó a conclusiones y recomendaciones sobre la implementación del Régimen Forestal.

31

5. RESULTADOS Y DISCUSIÓN

Se coincide con Contreras-Hermosilla y Vargas (2002) y los usuarios del bosque, en que la nueva entidad reguladora con respecto a la anterior (Centro de Desarrollo Forestal) fue cualitativamente diferente. La Superintendencia Forestal se desarrolló relativamente independiente de interferencias políticas, impidiendo de esta manera que intereses creados la manipulen con fines corruptos y favoreciendo la estabilidad del Superintendente y otros personeros. Se redujo los incentivos para la corrupción y se posibilitó que sus servidores públicos se dediquen a una administración eficiente, en lugar de asegurar su supervivencia como tales. La Superintendencia Forestal se constituyó en centro de profesionales forestales del país desarrollando un papel muy importante y replanteando el profesionalismo entre el personal técnico además de mantener un personal con experiencia profesional reconocida en el medio. De acuerdo con Urioste (2004) Director de la Fundación Tierra, la Superintendencia Forestal tuvo más fuerza que la Superintendencia Agraria (SA), porque dispuso de recursos propios y un mandato más amplio que ayudó a que su desempeño haya sido exitoso. Por su parte Pattie (2004) indica que de las varias iniciativas definidas en la Ley Forestal con respecto a instituciones públicas, sólo la Superintendencia Forestal funcionó satisfactoriamente siendo ejemplo de administración pública responsable para otras instituciones gubernamentales del país. Sin embargo desde mayo de 2006, la Superintendencia Forestal fue más susceptible y objeto de presiones políticas gubernamentales que culminaron en su extinción como entidad autónoma, descentralizada y autárquica, en 2009.

5.1. Desarrollo de la Institucionalidad La estructura institucional de la Superintendencia Forestal se desarrolló en base al Decreto Supremo Nº 24566 emitido por Gonzalo Sánchez de Lozada, el 10 de abril de 1997 (Cuadro 1A). 5.1.1. Autoridades designadas Superintendentes Forestales Cuando se inició la implementación del nuevo Régimen Forestal y la Superintendencia Forestal en 1996, el cargo del Superintendente Forestal fue desempeñado transitoriamente por el Ing. Waldo Vargas B y el Lic. Carlos Agreda ambos en el cargo de Secretario Nacional de Recursos Naturales y Medio Ambiente (Título Tercero, disposición transitoria sexta de la Ley 1700) hasta el 11 de marzo, fecha en que el Presidente de la República designó al Abg. Erwin Aguilera Antúnez como Superintendente Forestal (RS Nº 216933) en base a la terna propuesta por el Senado Nacional quién concluyó sus funciones el 11 de marzo de 2003 de acuerdo a lo estipulado por Ley. Posteriormente y con carácter interino, fueron designados el Ing. Agr. Francisco Kempff Saucedo mediante RS. Nº 2217 del 31 de mayo de 2003 que concluye sus funciones el 8 de mayo de 2006; el Lic. Soc. José A. Martínez Montaño designado mediante RS Nº 226424 del 9 de mayo de 2006 que concluye sus funciones el 1 de abril de 2007 y el Abg. José A. Landriel Pedrazas que es designado mediante RS 227233 del 2 de abril de 2007 y que concluye su mandato al extinguirse la Institución. Una vez que acabó el período de seis años del Abog. Erwin Aguilera Antúnez “nunca más el cargo fue cubierto por alguien propuesto por el Senado Nacional y con el estatus jurídico privilegiado que eso implica, para arbitrar el Régimen Forestal de la Nación con neutralidad institucional, transparencia, alto grado de profesionalidad, estabilidad, e inmunidad frente a la presión política y las injerencias de los factores de poder” (Andaluz, 2009). En 2009, el cargo de Superintendente Forestal que tenía rango de Ministro (nombrado por el Presidente de la República) disminuyó de categoría a Director Ejecutivo (nombrado por un Ministro) presentando a la nueva institución como un apéndice más del Ministerio del ramo destruyendo con esto la institucionalidad creada durante doce años de implementación del Régimen Forestal.

34

Ya con la nueva institucionalidad del sector forestal establecida - denominada Autoridad de Fiscalización y Control Social de Bosques y Tierras (ABT) - la Ministra de Desarrollo Rural y Tierras (MDRyT) el 7 de mayo de 2009 (RM 00398) designó como su primer Director Ejecutivo el Abg. José A. Landriel Pedrazas. Intendentes y Gerentes La Superintendencia Forestal tuvo 18 Intendentes y 4 Gerentes (Cuadro 2A) considerados servidores públicos de libre nombramiento designados por el Superintendente Forestal) cumpliendo funciones administrativas de confianza y asesoramiento técnico especializado en las Intendencias de Desarrollo Institucional (IDI) o Intendencia de Desarrollo Social (IDS), Intendencia Operativa (IOP), Intendencia Técnica (ITE) o Intendencia de Desarrollo Forestal (IDF), Intendencia Jurídica (IJU) y Gerencia de Administración y Finanzas (GAF). Se destacó la estabilidad funcionaria en general de los intendentes y gerentes principalmente en la gestión de Superintendente Forestal Abg. Erwin Aguilera A. 5.1.2. Recursos Humanos Los informes de gestión de la Superintendencia Forestal (excepto la gestión 1999 que no informa al respecto) reportan un promedio anual de 181 servidores públicos que prestaron sus servicios en las diferentes unidades organizacionales de la Institución observándose variaciones en cuanto a su número por año en los 12 años de gestión (Cuadro 4). Debido a la naturaleza de la regulación, control y fiscalización, hubo un alto grado de rotación de personal en la institución principalmente en los Puestos Fijos de Control Forestal y en la Unidades Operativas de Bosque (Erikson y Piottti 2007). Por su importancia operativa se observa también (excepto las gestiones 1998 (*), 1999(**), 2001 (*) por no encontrarse la información discriminada por unidad o total en los informes de esas gestiones) que la Oficina Nacional (de carácter técnico/administrativo) tiene una significancia porcentual de 24% (promedio anual de 9 años) con respecto al 76% de las DD, UOB y PFCF (de carácter operativo) manteniéndose este porcentaje en los 12 años (Figura 1). La decisión ejecutiva de mantener un porcentaje menor de personal de la Oficina Nacional con relación a las demás unidades organizacionales, posibilitó mantener una Institución de carácter técnico durante los 12 años de implementación del Régimen Forestal.
35

Cuadro 4. Recursos Humanos
Año 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 Promedio/año Oficina Nacional (Nº) 38 * ** 51 * 48 37 40 42 34 36 48 DD, UOB y PFCF (Nº) 139 * ** 138 * 127 131 131 132 133 135 135 Total (Nº) 177 179 ** 189 189 175 168 171 174 167 171 183

Fuente: Elaboración propia en base a: Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008) *El Informe de este año no discrimina esta información **El Informe de este año no reporta esta información DD: Dirección Departamental UOB: Unidad Operativa de Bosque PFCF: Puestos Fijos de Control Forestal

Se presenta en la Figura 2 la relación en cuanto al número de Servidores Públicos (técnicos y administrativos) y la superficie bajo regulación donde se percibe claramente en general que el número de funcionarios se mantuvo mientras que la superficie bajo regulación se incrementó anualmente. Nótese que existe diferencia entre la superficie bajo regulación anual acumulada presentada en la Figura 2 y la superficie bajo regulación actualizada a 2008 en el Cuadro 25 ya que en la primera no se consideran los derechos que fueron revocados, devueltos y/o revertidos al Estado. Tomando en cuenta el número promedio de Servidores Públicos de la Superintendencia Forestal (181/año) la relación por Servidor Público con la superficie bajo regulación a 2008 es de 42.000 ha; con la superficie de Tierras de Producción Forestal Permanente es de 168.814 ha y con la superficie total de bosque de Bolivia (Killeen et al. 2007) es de 254.144 ha. Esta situación además de las restricciones económicas impuestas desde 2003, significó para la Superinten-

36

dencia Forestal una pérdida de efectividad y limitaciones importantes principalmente en cuanto al control de las operaciones forestales en todo el país.

Figura 1. Relación porcentual de Servidores Públicos entre la Oficina Nacional y las DD, UOB y PFCF
Fuente: Elaboración propia en base a: Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008) (*) El Informe de este año no discrimina esta información **El Informe de este año no reporta esta información

En cuanto a la calidad del personal de la Superintendencia Forestal y estabilidad institucional, a inicios del año 2007, el Superintendente Forestal solicitó a la Superintendencia de Servicio Civil (SCC), la incorporación a la Carrera Administrativa de 111 Servidores Públicos bajo la modalidad Transitoria de Convalidación de Procesos de Selección. Como resultado de este proceso se incorporaron 33 (30%) Servidores Públicos (RA SSC 096/2007) como Funcionarios de Carrera (Ley Nº 2027 del 27 de octubre de 1999) y con registro consignado en el Sistema de Registro del Funcionario Público de Carrera de la Superintendencia del Servicio Civil. Así mismo en el marco del artículo 17º del Reglamento Especifico del Sistema de Administración del Personal de la Superintendencia Forestal (RESAP), se evaluó el desempeño en las gestiones 2006 y 2007 de todo su personal. Sus resultados se encuentran avalados por el Superintendente Forestal y son de conocimiento de la Superintendencia del Servicio Civil.
37

Figura 2. Servidores Públicos vs. Superficie bajo regulación

Fuente : Elaboración propia en base a: Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008). (*)El Informe de este año no discrimina esta información

5.1.3. Unidades Operativas Departamentales y Regionales Direcciones Departamentales (Ex Oficinas Locales) La Superintendencia Forestal estableció 7 unidades operativas (Cuadro 5) de carácter y jurisdicción departamental inicialmente denominadas Oficinas Locales y desde 2006 Direcciones Departamentales (DD) quienes mantuvieron su estructura y funciones sin cambios (RA 52/2006 de 21 de julio de 2006) y fueron responsables directas de las Unidades Operativas de Bosque dentro de sus jurisdicciones. Cuadro 5. Direcciones Departamentales de la Superintendencia Forestal
Dirección Departamental Santa Cruz La Paz Cochabamba Beni Tarija Chuquisaca Pando Ubicación Santa Cruz de la Sierra La Paz (ciudad) Cochabamba (ciudad) Trinidad Tarija (ciudad) Sucre Cobija

Fuente: Elaboración propia en base a Informe de la Superintendencia Forestal (1997)

38

Unidades Operativas de Bosque La Superintendencia Forestal implementó en 36 municipios (13 en Santa Cruz, 4 en Beni. 3 en La Paz, 4 en Cochabamba, 2 en Pando, 6 en Chuquisaca y 4 en Tarija) Unidades Operativas de Bosque (UOB). El número de las UOB y su ubicación se fue ajustando año a año alcanzó a 26 en 2008 (Cuadro 6 y 6A), incluyendo la UOB de Roboré implementada en el marco del Proyecto Corredor de Integración Santa Cruz - Puerto Suarez financiado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID). Santa Cruz es el departamento con mayor número de UOB, lo siguen Beni, Tarija, La Paz, Chuquisaca, Pando y Cochabamba. Cuadro 6. Número de UOB funcionando por año y Departamento
Año 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 Santa Cruz 10 8 7 7 8 9 10 10 10 10 10 11 Beni 3 4 4 4 4 4 4 4 4 4 4 4 La Paz 2 1 2 2 2 2 2 2 2 3 3 3 Cochabamba 2 2 2 2 2 2 2 2 2 2 2 2 Pando 0 0 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Chuquisaca 4 2 3 2 2 2 2 2 1 2 2 2 Tarija 4 4 4 2 2 2 2 2 2 2 3 3 Total/ gestión 25 21 23 20 21 22 23 23 22 24 25 26

Fuente : Elaboración propia en base a: Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

En las cuatro primeras gestiones (1997, 1998, 1999 y 2000), las UOB de San Ignacio de Velasco (Santa Cruz), Riberalta (Beni), Villa Tunari (Cochabamba), Monteagudo (Chuquisaca) y Yacuiba (Tarija) se caracterizaron por estar reforzadas con un número mayor de personal técnico y con asesoría jurídica permanente. Este personal técnico y jurídico fue reubicado posteriormente en la Oficina Nacional y las DD. Puestos Fijos de Control Forestal La Superintendencia Forestal estableció 35 PFCF ubicados en las principales vías camineras del país ajustándose su número de 20 establecidos en 1997 a
39

8 en 2008 (Cuadro 7 y 7A) y ubicación municipal así como también su administración. Se destacaron los años 1999, 2000 y 2001 por la administración de los PFCF por parte de la empresa verificadora Inspectorate Griffith (Bolivia ) Ltda. quién se adjudicó (RA 61/99 de 23 de agosto de 1999) de acuerdo a la Ley 1700, la administración de 20 PFCF y 7 Unidades Administrativas mediante una Licitación Pública realizada por la Superintendencia Forestal en 1999 (Cuadro 7A). Esta empresa se hizo cargo inicialmente de cuatro años de la administración de 10 PFCF y 4 Unidades Administrativas ubicadas en los departamentos de Santa Cruz, Tarija, La Paz, Beni y Pando por un valor anual de $us. 735.645. La Superintendencia Forestal en la medida de sus posibilidades económicas acordó sin lograr hasta la conclusión del contrato incrementar gradualmente el número de PFCF hasta llegar a los 20 concertados. La Superintendencia Forestal después de una evaluación del trabajo desarrollado por la empresa verificadora en los PFCF de Pongo y Km 52 (La Paz) reasumió la administración de los mismos desde noviembre del 2000 reduciéndose a 8 los PFCF bajo administración de la misma y posteriormente debido a sus limitaciones económicas rescindió el contrato el 1 de Septiembre de 2001. Cuadro 7. Número de PFCF y administración funcionando por año y Departamento
Año Administrado por:
1997 1998 1999

Santa Cruz
4 4 5 5 5 1 5 5 5 5 2 2 2 2 3

Tarija
6 1 1 2

Pando
3 1 1 1 1

Cochabamba
3 1

Beni
2 2

La Paz
2 1 1 1 2 2

Total
20 7 10 12 10 4 8 13 11 12 6 7 6 7 8

Superintendencia Forestal Superintendencia Forestal Inspectorate Grifffit Ltda. Superintendencia Forestal Inspectorate Grifffit Ltda. Superintendencia Forestal Inspectorate Grifffit Ltda. Superintendencia Forestal Superintendencia Forestal Superintendencia Forestal Superintendencia Forestal Superintendencia Forestal Superintendencia Forestal Superintendencia Forestal Superintendencia Forestal

1

2 2 1

2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008

1 2 1 2 1 1 1 1 1

1 1 1 1 1 1 1 1 1 2 1 1 1 1 1 1 1

2 2 2 1 1 1

1 1 1 1 1 1 1 1

Fuente : Elaboración propia en base a: Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008).

40

Pattie y Aguilar (1997) aseguran que la cantidad de PFCF dependió de la estrategia de control establecida por la Superintendencia Forestal porque la mayor parte del volumen de madera comercializada dentro del país y de exportación transita en las carreteras principales a través de las ciudades de La Paz, Cochabamba y Santa Cruz de la Sierra. Por consiguiente, se posibilitó el control de un alto porcentaje de la madera comercializada dentro del país en unos cuantos puntos claves en las carreteras internas. En términos generales, la efectividad del trabajo de estos PFCF fue cuestionada en diferentes ocasiones afirmándose que los mismos sirvieron únicamente para controlar el flujo de madera legal pues quien transporta madera ilegal simplemente los evadió (Cordero 2003) 5.1.4 Ajustes organizacionales en la Oficina Nacional La Superintendencia Forestal realizó ajustes a su estructura organizacional para desarrollar con mayor eficiencia sus actividades (artículo 15º del DS 26389 del 8 de/11/2001), destacándose entre éstas: La creación de la Unidad de Coordinación de Pueblos y Organizaciones Indígenas (UCPOI) de jurisdicción nacional y bajo dependencia directa del Superintendente Forestal, (RA 132/98 el 21 de Septiembre de 1998) que cubrió la necesidad institucional de contar con una instancia con experiencia y formación profesional en sistemas organizativos indígenas, economía, formas de producción y principios de forestería comunitaria. Posteriormente esta unidad fue incorporada en la estructura de la Intendencia Técnica como Dirección de Forestería Social bajo dependencia directa del Intendente Técnico (RA N°24/2004 de fecha 5 de abril de 2004) y a partir de 2006 la IDS asume con prioridad las funciones de la UCPOI. La fusión de la Intendencia Operativa (IOP) con la Intendencia Técnica (ITE) (RA 91/03 de fecha 29 de agosto de 2003) asumiendo ésta el ejercicio de las funciones y atribuciones establecidas en el artículo 10° del Estatuto Orgánico de la entidad (DS 2466 de 10 de abril de 1997) de la Intendencia suprimida La implementación de la Unidad de Sistemas de Información (USI) dependiente de la Intendencia Técnica con el objeto de establecer un sistema de información a través de programas informáticos permitiendo el manejo y análisis de la información generada en el sector forestal. Esta unidad fue creada en el año 2000, con el apoyo del Proyecto SIFORBOL financiado por la Organización Internacional de de Maderas Tropicales (ITTO).
41

Posteriormente esta unidad se consolidó (RA 71/03 de fecha 18 de Julio de 2003) con el apoyo del PRINS y ubicada bajo dependencia directa del Superintendente Forestal en el Manual de Organización y Funciones. Para su operatividad se constituyó el Comité de Usuarios (CDU) (que tuvo muy poco tiempo de vida) cuya misión fue facilitar la coordinación continua de actividades para que el sistema de información satisfaga las necesidades internas y externas, además del sector forestal en general. En 2004 la USI integró y asumió el control del Sistema de Información Estadística Forestal de Bolivia (SIFORBOL) a cargo inicialmente del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca que incluía la información de la Cámara Forestal de Bolivia (CFB), del Viceministerio de Exportaciones (VE) y del Instituto Nacional de Estadísticas (INE). Esta unidad y sus diferentes productos, fue el resultado más tangible y que pudo tener excelente uso, sostenibilidad y desarrollo adicional con el único requisito de inyectarle un poco más de recursos financieros principalmente en cuanto al personal especializado (Eriksson y Piotti 2006). La creación de la Intendencia de Desarrollo Social (IDS) (RA 39/2006 del 21 de junio de 2006) quién asume atribuciones y funciones de la Intendencia de Desarrollo Institucional (IDI) y principalmente con mayor rango de la Unidad de Coordinación de Pueblos Originarios e Indígenas (UCPOI) (RA 16/2006 de fecha 23 de marzo de 2006). 5.1.5. Fortalecimiento institucional La Superintendencia Forestal en coordinación con el Consorcio Hifab International AB/SCC Natura/CNBS. y con el apoyo financiero de la Agencia Sueca para el Desarrollo Internacional (ASDI) a partir del 2003 se desarrolló un proceso de fortalecimiento institucional con la implementación del proyecto de Reingeniería Institucional (PRINS) concluyendose este en el año 2006. Eriksson y Piotti (2007) afirman que los resultados y actividades del proyecto PRINS respondieron adecuadamente al análisis de sus problemas: el proyecto tuvo un grado satisfactorio de relevancia, fue calificado como altamente eficiente y su eficacia fue más que modesta por la situación de inestabilidad institucional y por el decreciente interés de sus autoridades en el tema de la reingeniería. Estos autores concluyeron que: Se logró dar a la Superintendencia Forestal un Plan Estratégico (PLEDI), cuyo proceso de elaboración tuvo un efecto muy positivo sobre la cohesión interna
42

y cultura organizacional y permitió mejorar la planificación operativa en años posteriores. El PLEDI fue elaborado con una metodología altamente participativa logrando un producto final de buena calidad técnica, fue reproducido y divulgado internamente hasta septiembre del 2003 y utilizado en la Superintendencia Forestal como base del POA que incrementó su calidad año a año sugiriendo que el trabajo del PRINS en el tema de planificación dejó un legado concreto y positivo a pesar de los cambios de personal que realizó la misma. Con el componente de información e informática se dejó creada una base para constituir un excelente sistema de información para usuarios internos y externos, pero este trabajo quedó inconcluso en diversos sentidos, principalmente debido a que no se le asignó suficiente prioridad en los planes de trabajo y/o en el presupuesto Institucional. Esta unidad en 2008 simplemente acabó prestando servicios de red e informáticos para los usuarios de la Oficina Nacional La formulación de proyectos de desarrollo institucional fue una metodología que aplicó la empresa consultora para la implementación del PLEDI y que incluyó en el PRINS el componente de capacitación en la formulación de proyectos. Como resultado de estos eventos, se capacitó a 40 funcionarios de la Superintendencia Forestal y se elaboraron 14 proyectos de desarrollo institucional. En abril del 2006, de los 14 proyectos formulados, 8 se encontraban en ejecución, 2 en búsqueda de financiamiento, 2 incorporados en otros trabajos y otros 2 descritos como no ejecutados. Sin embargo a febrero del 2007, de los 40 funcionarios capacitados en formulación de proyectos, 19 ya habían dejado la institución y no se encontró evidencia que los formuladores capacitados que permanecieron en la misma, aplicaron sus conocimientos en la elaboración de nuevos proyectos o si esta estrategia continuó siendo aplicada. Las propuestas del proyecto respecto a una nueva estructura organizativa fueron tomadas en cuenta solo parcial y tardíamente. En el año 2004, el PRINS presentó a las autoridades de la Superintendencia Forestal (Comité Consultivo integrado por Superintendente e Intendentes) una propuesta que planteó entre otras cosas, tener solamente una Intendencia Técnica que se ocupase de las acciones y actividades que son la razón de ser de la institución. Las demás funciones (jurídicas, administrativas, etc.), debían organizarse en direcciones o gerencias de apoyo. Hasta donde se pudo averiguar tres años después, las
43

principales razones de no aceptar la propuesta del PRINS tenían que ver con intereses personales y juegos de poder dentro de la Institución. El componente de simplificación de trámites dejó poco o ningún rastro. El Programa SIMPLIT propuso seis trámites simplificados (3 relacionados con emisión de CFO con características similares y su análisis se fusionó en un solo trámite.) (Cuadro 8). Los nuevos procesos se encuentran descritos en el Manual de Procedimientos. Cuadro 8. Simplificación de trámites
Trámite Tiempo actual Tiempo propuesto Porcentaje tiempo disminuido

Aprobación PGMF Aprobación POAF Aprobación PDM Emisión CFO 1 – 2 - 6
Fuente: Eriksson y Piotti (2007)

59 horas 66 horas 89 horas 3,2 horas

15 horas 1,2 horas 40 – 56 horas 0,73 hora

75 99 45 77

Así mismo se sometió a simplificación el proceso de avances presupuestarios, cuyo resultado se implementó directamente. El ahorro de tiempo para este proceso fue de 75%. 5.1.6. Resoluciones Administrativas y Directrices emitidas El Superintendente Forestal emitió alrededor de 1.720 Resoluciones Administrativas (RA) de las cuales 1.422 se encuentran reportadas u oficialmente difundidas (en físico y digital) de los años 1997, 1998, 1999, 2000, 2001, 2002, 2003, 2004, 2005, 2006 y extraoficialmente se conocen 124 emitidas en 2007 y 175 en 2008. Las Resoluciones Administrativas así como también las directrices e instructivos de las gestiones de 1997 a junio de 2005, fueron publicadas y difundidas en 16 tomos del Libro de Resoluciones, Directrices e Instructivos de la Superintendencia Forestal. No se difundieron ni publicaron en físico las RA emitidas en el segundo semestre de 2005 y de las gestiones 2006, 2007 y 2008 siendo las RA de las dos últimas gestiones, de conocimiento y limitado acceso al público lo que deja mucho que desear en términos de los principios que rigieron a la institución: transparencia y accountability.
44

Por su parte, las diferentes Intendencias y/o Gerencia de la Institución para complementar y para mejorar la implementación del RF, emitieron 51 directrices (38 Técnicas), (3 Operativas), (5 Jurídicas), (1 UCPOI) y (4 Administrativas) de carácter técnico – jurídico – administrativo (Cuadro 9 y 3A). Cuadro 9. Número de Directrices emitidas por oficina
Año 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004* 2005* 2006 2007 2008 Total ITE 2 7 3 2 6 1 4 2 4 2 5 38 3 5 1 4 IOP 1 1 1 1 1 IJU 3 UCPOI 1 3 1 GAF IDS

4 4

Fuente: Elaboración propia en base a Informes y Resoluciones de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

5.1.7. Transparencia Institucional Informes de Gestión Anual y Semestral la Superintendencia Forestal elaboró y difundió tanto en físico como en digital, 12 Informes anuales y 11 semestrales de gestión que fueron presentados al Presidente de la República, al Congreso Nacional, la Contraloría General de la República y el público en general (artículo 8º de la Ley 1700). La edición y publicación de los mismos contó el apoyo de ACDI en 1999, SNV/FOSC en 2000, COSUDE en 2001, OIMT/SIFORBOL en 2002, USAID/CADEFOR en 2003, USAID/BOLFOR II/TNC) en 2005 y 2006 y WWF y ASDI en 2007. El resultado de los informes de gestión fue presentado a la ciudadanía en general en Audiencias Públicas realizadas a nivel nacional (en Santa Cruz y La Paz), departamental y municipal.

45

Audiencias Públicas La Superintendencia Forestal llevó a cabo 35 Audiencias Públicas de carácter nacional, departamental y municipal en el marco del Reglamento General para la Celebración de las Audiencias Públicas de la Superintendencia Forestal aprobado mediante RA 29/1999 (6 de mayo de 1999) (Cuadro 4A) Página Web En 2002 la Superintendencia Forestal construyó y puso en funcionamiento la página web institucional que permitió la consulta pública de los informes de gestión (anuales y semestrales), las resoluciones administrativas, directrices técnicas, operativas, jurídicas y administrativas, los libros y otra información generada institucionalmente. Posteriormente en 2003 en el marco del proyecto PRINS se desarrolló una página web experimental con diversas aplicaciones informáticas que nunca se concluyeron ni implementaron por la escasez de recursos humanos especializados en la USI. Por la falta de generación de material apropiado en la Superintendencia Forestal y su contenido no actualizado con la frecuencia deseable fue retirado en parte a partir de 2007. Ya a fines de 2008 muy poca información institucional estuvo disponible para consulta porque las nuevas autoridades consideraron que la misma no era de carácter público y de consulta en general. EXPOFOREST La Superintendencia Forestal en 2003 concibió como estrategia para incentivar el aprovechamiento integral y sostenible de los recursos forestales promover la valoración del bosque a través de una feria especializada que se la denominó EXPOFOREST y se desarrolló en coordinación con varias Instituciones como la Cámara Forestal de Bolivia (CFB), BOLFOR I/USAID y FEXPOCRUZ. En 2003 se organizó la primera versión alcanzando en el año 2009 con la séptima versión y recibiendo también el apoyo de diferentes instituciones como IBIF, Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF), Centro Amazónico de Desarrollo Forestal (CADEFOR), BOLFOR II/USAID, etc., que fueron incorporándose gradualmente en la organización de la misma. La EXPOFOREST contó inicialmente con la participación de 80 expositores y 3.500 visitantes en su primera versión (2003); 100 expositores y 6.000 visitantes en su segunda versión (2004); 100 expositores y 7.000 visitantes en su tercera versión (2005), 150 expositores y 7.500 visitantes en su cuarta versión (2006),
46

190 expositores y 8.000 visitantes en su quinta versión (2007), 220 expositores y 9.625 visitantes en su sexta versión (2008) y 230 expositores y cerca a 10.000 visitantes en su séptima versión en 2009. Sin embargo desde 2006 el interés de la Superintendencia Forestal en la organización de la EXPOFOREST ha ido decreciendo principalmente por la visión diferente de sus nuevas autoridades en concordancia con la política del gobierno que considera este evento contradictorio a su política socio económica. Actualmente este vacío es llenado por el sector privado y no gubernamental perdiendo la Superintendencia Forestal el liderazgo en un espacio de difusión del Régimen Forestal muy importante. Control interno La Unidad de Auditoría Interna (UAI) de la Superintendencia Forestal, llevó a cabo 121 auditorías por encargo del Superintendente Forestal (Cuadro 10) y sus informes y/o dictámenes de auditorías por gestión se encuentran en la Contraloría General de la República y el Ministerio del Ramo. Se observa la realización de un número mayor se auditorías de seguimiento (41) seguida de las especiales (37), de POA (15), Financieras (12), SAYCO (10), Reformulación, Administrativa y Confiablidad (2 c/u). 5.1.8. Ingresos y Gastos Corrientes De acuerdo a los informes anuales de gestión, los ingresos de la Superintendencia Forestal sumaron un total de Bs. 317.460.401 de los cuales el 54% provienen de patentes, multas y remates y 46% de “otros” ingresos. Los gastos corrientes presentados en sus Estados Financieros fueron Bs. 263.168.311 representando un 83% del total de los ingresos (Cuadro 11). El detalle de los ingresos de la Superintendencia Forestal se encuentra en los cuadros 40 y 45). Se verifica que el total de sus ingresos con relación a 1997 luego de disminuir en los años 1998, 1999 y 2000, se incrementaron en 2001 para disminuir a 2002 y presentaron una tendencia a incrementarse y/o mantenerse a partir de 2006. Así mismo se verifica un incremento de gastos corrientes hasta 2001 para luego disminuir a 2004 e incrementarse nuevamente a partir de 2005 (Figura 3). En 1997, 1998, 2004, 2005, 2006, 2007 y 2008 los gastos corrientes fueron menores a los ingresos anuales contrariamente a lo ocurrido en los años 1999, 2000, 2001, 2002 y 2003 donde los gastos corrientes fueron mayores que los ingresos. Para equilibrar este déficit presentado por el no pago de la Patente Superficie por parte de las empresas concesionarias, la Superintendencia Fo47

restal recibió recursos del Proyecto BOLFOR I (destinados a gastos operativos de UOB) y de FONABOSQUE que le fueron traspasados por el Gobierno bajo leyes de la República (destinados para el funcionamiento de la Institución misma) (Figura 3) Cuadro 10. Auditorías internas llevadas a cabo por la Unidad de Auditoría Interna
Tipo de Auditorías Año Reformulación Administrativa Confiabilidad Seguimiento Especiales Financiera Total

1998* 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 Total 2 12 2 2 2 2 2 1 2 8 5 3 37 15 6 5 1 4 6 4 4 3 5 8 2 5 2 4 3 7 4 1 41 2 10 2 2 2 3 4 3 2 2

SAYCO

POA

0 14 21 12 14 4 11 10 18 11 6 121

*No reporta esta información el Informe de este año Fuente: Elaboración propia en base a Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

Asi mismo la Superintendencia Forestal desde 2003 se encontró limitada en cuanto al uso de sus recursos porque sus presupuestos anuales fueron aprobados mediante leyes financiales en clara contradicción de lo establecido en la Ley Forestal y su Estatuto (artículo 1º).

48

Cuadro 11. Ingresos y Gastos Corrientes de la Superintendencia Forestal (1997 – 2008)
Origen de los Ingresos de la Superintendencia Forestal Patentes Multas y Remates Otros Ingresos Total Ingresos (*) 171.394.963 146.065.438 317.460.401 263.168.311 Gastos Corrientes

(*) Ver detalle en Cuadro 40 y 45; (**) ver detalle en Cuadro 40; (***) No incluyen las transferencias al sector público no financiero

Figura 3. Relación de Ingresos con Gastos Corrientes
Fuente: Elaboración propia en base a Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

5.1.9. Monitoreo a Municipalidades y Prefecturas sobre uso de los recursos coparticipados Con relación al uso de los recursos coparticipados de acuerdo a la Ley 1700, la Superintendencia Forestal solicitó a Prefecturas y Municipios (hasta 2003) los informes anuales de actividades desarrolladas por sus Direcciones Forestales Departamentales y Unidades Forestales Municipales con el objeto de verificar si los recursos fueron utilizados en el marco de la Ley. En respuesta a lo solicitado la Superintendencia Forestal recibió 17 reportes de actividades de las UFM en 1998, 20 en 1999, 20 en 2000, 48 en 2001, 30 en
49

2002 y 30 en 2003. En el año 2000 solamente dos Prefecturas presentaron los informes solicitados. En el año 2000, la Superintendencia Forestal con recursos de la Embajada de los Países Bajos elaboró un diagnóstico sobre el estado de implementación de Unidades Forestales Municipales cuyas principales conclusiones no fueron alentadoras ya que ninguna de las UFM examinadas se conformó de acuerdo a la Directriz 02/97 por ser muy exigente en cuanto a recursos humanos y operativos. La mencionada directriz recién fue modificada el año 2006 en base a un estudio de recursos coparticipados, donde se redujo a un mínimo los requisitos de implementación. Ya a partir del año 2004, la Superintendencia Forestal dejó de solicitar informes a estas instituciones. 5.1.10. Apoyo y/o Cooperación Institucional La Superintendencia Forestal durante 12 años, recibió el apoyo de muchas instituciones, proyectos y cooperación internacional para consolidarse institucionalmente. Este apoyo varió desde infraestructura, vehículos, equipos de computación, transferencia del sistema desarrollado por SIFORBOL/ITTO, recursos económicos operativos, etc. (Cuadro 5A). 5.1.11. Distinciones realizadas El 12 de diciembre de 1997 en la II Audiencia Pública realizada en la ciudad de La Paz y por única vez, la Superintendencia Forestal hizo entrega de su máxima distinción “Bosques de Oro” al Gobierno de los Países Bajos representado por su Embajadora Tania van Gool de García por la asistencia técnica y financiera brindada para la conservación de los recursos forestales, la biodiversidad y las áreas protegidas de Bolivia. La distinción anual fue creada creada mediante RA 169/97 para distinguir a Prefecturas, Municipios, organismos, instituciones, personalidades nacionales e internacionales que velen, promuevan y trabajen con excelencia en aras de la conservación del medio ambiente, el buen manejo forestal e incentiven un uso equilibrado de los recursos naturales en el país y también para distinguir a empresas, comunidades y asociaciones que trabajen como modelo en el campo forestal. El 26 de noviembre de 1998 en la ciudad de Santa Cruz, con el objeto de reconocer los méritos a su labor profesional y compromiso con el sector forestal,
50

se reconoció públicamente a los Ingenieros Forestales Delfín Goitia E., Federico Bascopé y Leónidas Vega. Así mismo en la ciudad de Cochabamba se realizó el reconocimiento público y distinción a los Sres. Donaciano Villarroel Muriel y Juan Sandoval Solíz. El primero en mérito a su iniciativa para desarrollar actividades silviculturales en bosques naturales en el Chapare y al segundo, por el establecimiento de 450 ha de plantaciones Forestales con recursos propios. 5.2. Regulación Hasta 1994, un total de 20,7 millones de ha habían sido otorgadas bajo la figura de contratos de aprovechamiento forestal (Pacheco 1998). De esta superficie sólo 6 millones fueron establecidos dentro de bosques públicos y el resto lo fue en propiedades privadas (Hunnisett 1996) aunque Pacheco (1998) estima que estas ocuparon solamente entre 2 y 3 millones de ha en tierras de propiedad privada y comunal. En cuanto a su aprovechamiento Hunnisett (1996) afirmó que hasta 1996 únicamente 3 millones de ha fueron efectivamente aprovechadas. 5.2.1. Otorgación de concesiones forestales Empresas Forestales La Superintendencia Forestal en 1997, convirtió 87 contratos de aprovechamiento forestal suscritos con el Estado antes de la promulgación de la Ley 1700 en igual número de concesiones forestales (5.590.194 hectáreas) que fueron otorgadas por 40 años de acuerdo a Ley a empresas forestales (Cuadro 12). Esta conversión voluntaria significó la reducción de un 73% de la superficie de contratos de aprovechamiento (corto: 3 años, mediano: 10 años y largo plazo: 20 años) otorgadas por el Estado para el aprovechamiento forestal. Porcentualmente, la superficie de los contratos de aprovechamiento forestal se encontraban ubicados en Santa Cruz (71,9%), seguido de Beni, La Paz, Tarija y Pando (Pacheco 1998). Después del proceso de conversión voluntaria en concesiones forestales realizado en 1997, la superficie de las mismas se encontraron ubicadas principalmente en los departamentos de Santa Cruz (2.805.903 ha) equivalente al 50,2% seguido de Pando, Beni, La Paz y Tarija. De 1997 a 2008 y principalmente por el no pago de la patente forestal, se devolvió, revocó o aceptó la devolución de concesiones forestales a 21 empresas forestales, modificándose el porcentaje de superficie departamental bajo este derecho en estos departamentos (Cuadro 13)
51

Cuadro 12. Concesiones Forestales otorgadas en 1997 a Empresas Forestales y vigentes a 2008 (con nombres actualizados)
Nº 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40 41 Nombre Barbery Hnos Ltda Berna Ltda (Santa Cruz) Bolivian Roble SRL Cimacruz Ltda Cimal Ltda (Velasco) Cimal Ltda (Angel Sandoval) Cinma Ltda (Santa Cruz) Cronenbol La Junta SRL Cuamobol SRL Don Chicho SRL Don Enrique Frerking Guillet Ltda Guapay SRL Jalil Planet La Chonta Investment Ltda.(Ex La Chonta Ltda) Lago Rey Ltda Industrias del Mueble Roda (Ex Lago Verde SRL) Industrias del Mueble Roda (Ex Ind. San Miguel) Los Primos Ltda Mabonal SRL Macons La Chonta Ltda Mako Ltda Marabol SRL (A) Marabol SRL (B) Nogal Barros Ltda Oquiriquia SRL Palmitos Ichilo Paraguá Pontons Romano Ltda (Santa Cruz) San José Ltda San Luis SRL (Santa Cruz) San Martín SRL San Pedro (Ñuflo de Chavez) San Pedro (Sara) Sobolma Ltda (A) Sobolma Ltda (B) Surutú Sutó Ltda Tarumá Ltda Nº de RA 66/97 38/97 73/97 42/97 31/97 36/97 49/97 81/97 45/97 85/97 24/97 43/97 44/97 72/97 78/97 29/97 48/97 32/97 74/97 40/97 22/97 41/97 39/97 30/97 80/97 86/97 83/97 99/97 98/97 88/97 37/97 59/97 27/97 35/97 82/97 79/97 62/97 63/97 77/97 61/97 100/97 Depto. Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Sup. de Concesión aceptada (ha) 10.301 54.500 45.615 46.000 67.094 372.130 81.900 30.000 10.004 10.000 13.736 40.166 42.578 57.256 6.065 100.000 120.000 43.969 99.098 50.181 50.005 11.000 50.000 83.443 69.545 50.000 196.928 101.253 113.337 57.727 40.800 60.000 20.160 37.300 91.487 13.344 20.000 6.000 111.731 100.002 83.467 Superficie vigente a 2008 5.161 54.500 45.740 21.133 66.932 372.130 81.900 30.000 10.004 23.816 40.106 39.858 6.065 100.000 120.000 43.969 99.098 50.181

102.123 75.400 124.418 54.756 82.547 40.800 60.024 2.500 37.300 91.487 17.400

111.731 100.002

52

Cuadro 12 (Continuación)
Nº 42 43 44 45 46 47 48 49 50 51 52 53 54 55 56 57 58 59 60 61 62 63 64 65 66 67 68 69 70 71 72 73 74 75 76 77 78 79 Nombre Industria Maderera Limitada (Ex Vasber Internacional SRL) Bolital Ltda (La Paz) Bosques del Norte SRL (La Paz) San Antonio (Ex La Luna- Ex Proyectos Integrales) Proyectos Integrales SA (Ex Madre Selva SRL) Mamoré Ltda Proyectos Integrales (Ex P Cinco SRL) Sagusa SRL (La Paz) San Ignacio SRL Bolivian Mahogany SRL (Beni) Bosques del Norte SRL (Beni) Cimagro Ltda (Beni) Fátima Ltda (Beni) Hervel Ltda Inmabol Ltda Itenez Ltda Yureidini (Ex Madre Selva - Ex proyectos Integrales) Monte Grande SRL Monte Redondo Ñuflo de Chavez SRL Sagusa SRL (Beni) San Luis SRL (Beni) Proyectos Integrales SA (Ex Yucumo Ltda) Aguilar SRL Berna Ltda (Pando) Bolital Ltda (Pando) Cimagro Ltda (Pando) Cinma Ltda (Pando) Dajer y Asociados SRL Don Victor SRL (Pando) Industria Maderera Pando SA Industria Forestal Ltda Ipacaraí Los Indios Mamoré Ltda (Pando) Mineros Pando SRL Río Negro Industria Forestal Humaytha SA (Ex Romano Ltda Pando) Nº de RA 33/97 97/97 57/97 47/97 46/97 25/97 87/97 050/97 28/97 120/97 119/97 122/97 118/97 123/97 015/92 75/97 121/97 124/97 096/97 051/97 060/97 076/97 058/97 054/97 084/97 064/97 053/97 091/97 094/97 093/97 092/97 089/97 071/97 023/97 056/97 069/97 067/97 052/97 Depto. Santa Cruz La Paz La Paz La Paz La Paz La Paz La Paz La Paz La Paz Beni Beni Beni Beni Beni Beni Beni Beni Beni Beni Beni Beni Beni Beni Pando Pando Pando Pando Pando Pando Pando Pando Pando Pando Pando Pando Pando Pando Pando Sup. de Concesión aceptada (ha) 137.781 91.737 49.816 67.870 24.650 19.167 71.900 9.960 19.669 53.524 37.230 71.166 78.771 86.760 26.595 61.430 27.576 66.278 16.093 30.396 8.000 60.588 92.564 34.900 80.000 60.000 146.300 166.228 49.591 52.957 56.337 94.087 30.113 87.399 49.487 77.206 40.144 140.662 Superficie vigente a 2008 137.781 91.737 49.835 67.870 24.650 19.196 71.900

19.669 38.228 37.204 29.019 78.771 96.324 26.595 61.430 27.578 66.278 16.093

60.588 92.564 34.900 79.790 60.785 146.100 166.095

54.157 30.113 122.744 49.487 40.144 139.232

53

Cuadro 12 (Continuación)
Nº 80 81 82 83 84 85 86 87 Nombre Sagusa SRL (Pando) INFORCASA (Ex San Joaquin SRL) San Martín SRL Martínez (Ex Selva Negra SRL) Don Victor (Tarija) Soc. Agrop. Maderera del Sur (SAMS) San Luis Ltda (SOMASAL) Hauser Fátima Ltda Total Nº de RA 090/97 026/97 055/97 070/97 095/97 065/97 068/97 118/97 Depto. Pando Pando Pando Pando Tarija Tarija Tarija La Paz Sup. de Concesión aceptada (ha) 70.000 81.600 151.734 67.402 46.300 23.000 28.333 78.771 5.590.194 Superficie vigente a 2008 66.035 70.064 67.402 37.709

Fuente : Elaboración propia en base a los Informes (1997 – 2008) y Atlas de Derechos Forestales Tomo I y Tomo II de la Superintendencia Forestal.

4.389.148

Cuadro 13. Número de Contratos de Aprovechamiento a 1996, concesiones y superficie otorgadas y vigentes a 2008 a empresas forestales por departamento
CLP Vigentes a 1996) (*) Concesiones Otorgadas en 1997 (**)
Super ficie % Sup. Nº (ha) 716.971 433.540 1.536.147 2.805.903 97.633 5.590.194 12,8 7,8 27,5 50,2 1,7 12 7 14 32 1(***) 66

Departamento

Vigentes a 2008
Superficie % Sup (ha) 630.672 344.857 1.127.048 2.248.862 37.709 4.389.148 14,4 7,9 25,7 51,2 0,9

Superficie Nº (ha) Beni La Paz Pando Santa Cruz Tarija Sobreposición interdepartamental Total 3.318.200 2.065.200 253.300 14.938.900 453.400 253.000 14 9 19 42 3

20.776.000 87

Fuente: Elaboración propia en base a (*) Pacheco (1998), Atlas Derechos Forestales Tomos I y II de la Superintendencia Forestal, (**) Informes y RA de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008) (***) La información disponible no reporta si esta concesión fue devuelta revocada, etc. CLP Contratos a Largo Plazo ((Aprovechamiento)

El proceso de otorgación de nuevas concesiones forestales previsto en el artículo 30º de la Ley 1700, nunca fue iniciado debido al lento saneamiento de la
54

tierra y a la indefinición de disponibilidad cierta de tierras fiscales y en parte, al desacuerdo y/o rechazo de la población de muchos municipios a llevar adelante el mismo considerándose más importante por parte de los gobiernos la dotación de tierras a TCO y/o Comunidades para “uso forestal” y/o para otros usos. En cuanto a la ampliación de la relación contractual quinquenal con las concesiones forestales con más de 5 años de vigencia y no habiéndose realizado las auditorias forestales como otra condición, la Superintendencia Forestal prorrogó a solicitud del Consejo Boliviano para la Certificación Forestal Voluntaria (CFV) los derechos forestales a un total de 22 concesiones forestales (13 en 2003, 5 en 2004, 3 en 2005 y una en 2006) certificadas en el marco del sistema internacional de certificación forestal voluntaria y acreditado por el MDSMA en 2001. En ese aspecto la Superintendencia Forestal proporcionó inicialmente un impulso adicional a la certificación forestal renovando convenios de concesión en las concesiones certificadas (Cuadro 13A), sin requerir la realización de auditorías quinquenales, demostrando así el constante apoyo del Gobierno de Bolivia al modelo forestal (Pattie 2004). Posteriormente en 2008, una nueva solicitud de prórroga fue ignorada u olvidada por la Superintendencia Forestal al menos hasta mayo de 2009. Es posiblemente que la actitud de dilatar este proceso se debió principalmente a la desconfianza por parte de la Institución a las evaluaciones anuales de las operaciones forestales de estas empresas que fueron realizadas por los organismos certificadores y que fue originada principalmente por los resultados de inspecciones forestales intempestivas realizadas a las mismas por parte de la Superintendencia Forestal. Respecto al accionar de las concesiones forestales, Guzmán y Quevedo (2008) opinan que estas fueron el motor de inicio para la implementación del nuevo régimen forestal por ser actores económicos importantes y de alguna manera contar con capacidad de la integración vertical entre el bosque y la industria, aunque en muchos casos incipientes. En cuanto a los beneficios, en términos generales se considera que las empresas concesionarias y no las ASL fueron las que más ganaron con el manejo forestal. En la misma línea el estudio de Sabogal et al. (2006), realizado sólo con concesiones forestales de empresas forestales, reveló que las empresas orientadas a la exportación y las certificadas o en proceso de certificación, adoptaron más prácticas de manejo forestal sostenible que otras empresas. Este estudio con55

cluye que las empresas adoptaron en promedio el 60 por ciento de las prácticas de manejo forestal (obligatorias y no obligatorias). Por su parte el sector concesionario también generó relaciones comerciales y posibilitó la activación de otros actores como las comunidades campesinas y/o indígenas, propietarios privados y ASL, ya que la mayoría de ellos requerían vender su materia prima a los centros de transformación primaria y/o secundaria (Guzmán y Quevedo 2008). Agrupaciones Sociales del Lugar Ninguna ASL pudo tener acceso legal a bosques fiscales durante 1997 y 1998 (Contreras-Hermosilla y Vargas, 2002). La otorgación de concesiones forestales a ASL por parte de la Superintendencia Forestal recién se inicia en 2001 otorgando hasta 2008, 21 concesiones forestales de las 28 aprobadas por el Ministerio del ramo en 478.381 ha de superficie ubicadas en los departamentos de Santa Cruz y La Paz. Posteriormente se realizó un ajuste de la superficie bajo este derecho a 484.875 ha (Cuadro 14). Previo a 2001 y para subsanar esta situación en el marco del artículo 2º de la Ley 1700, la Superintendencia Forestal (desde 1999) aprobó al menos 61 POAF de ASL y que fueron condicionados a la presentación de PGMF posibilitando con esta decisión, el aprovechamiento forestal en áreas sujetas a confirmación por parte del Ministerio el INRA y a la otorgación de concesión. Santa Cruz es el departamento donde se otorgó el mayor número (13) y superficie (352.101 ha) de concesiones forestales a Agrupaciones Sociales del Lugar.

56

Cuadro 14. Concesiones forestales otorgadas a ASL por la Superintendencia Forestal, número de Resoluciones Administrativas, ubicación y superficie (ha)
Nº 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 Año 2001 2001 2001 2001 2001 2001 2001 2001 2001 2001 2001 2001 2001 2001 2001 2002 2005 2005 2005 2005 2008 Total Nombre Asoc. de Cortadores de Madera de Comunidad Mucha Miel Asoc.Comunitaria Agroforestal Santa Ana – AMASAV Asoc.de Madereros Agroforestal San Ignacio de Velasco - AMASIV Agrupación Social del Lugar La Candelaria Asociación de Madereros de San Miguel de Velasco – AMAISAM Asociación Forestal Madereros San Miguel – AFOMASAN Asociación Agroforestal Comunitaria El Tuna Agrupación de Cortadores de Madera San Rafael Asociación Agroforestal San Rafael Agrupación Social La Esperanza Asociación Agropecuaria Forestal y Artesanal – IDIAMA Agrupación Social del Lugar El Triunfo Agrupación Social del Lugar Caoba Agrupación Social Forestal San Antonio Asociación Agroforestal Maderera Siete Palmas Agrupación Social del Lugar Copacabana Asociación Forestal Los Tajibos Asociación Forestal Arroyo Negro Asociación Forestal Santa Rosa Asociación Forestal Entre Ríos Agrupación Social del Lugar El ASAI Porvenir Nº de RA Dpto. Otorgada Superficie (ha) Vigente a 2008 20.516 42.406 44.176 15.876 35.001 46.621 25.048 30.336 52.817 14.647 18.386 16.693 15.109 14.986 15.102 15.482 6.124 7.697 7.123 7.166 27.069 478.381 20.516 42.406 44.176 15.876 41.495 46.621 25.048 30.336 52.817 14.647 18.386 16.693 15.109 14.986 15.102 15.482 6.124 7.697 7.123 7.166 27.069 484.875

135/2001 Santa Cruz 134/2001 Santa Cruz 133/2001 Santa Cruz 080/2001 La Paz 074/2001 Santa Cruz 071/2001 Santa Cruz 070/2001 Santa Cruz 069/2001 Santa Cruz 068/2001 Santa Cruz 067/2001 La Paz 066/2001 La Paz 065/2001 La Paz 064/2001 La Paz 063/2001 La Paz 062/2001 La Paz 060/2002 La Paz 088/2005 Santa Cruz 089/2005 Santa Cruz 090/2005 Santa Cruz 091/2005 Santa Cruz 074/2008 Santa Cruz

Fuente: Elaboración propia en base a las Resoluciones administrativas de la Superintendencia Forestal 2001, 2002, 2005 y 2008.

57

El MDRAyMA (2008), informó que existen aún 60 ASL calificadas con un número aproximado de 1.600 socios y 34 ASL con 590 socios que no habían sido calificadas aún. Por otra parte, el proceso de constitución de ASL enfrentó serias dificultades derivadas de la poca capacidad de ejecución de las instituciones involucradas en la propuesta definición y delimitación de las AFRM (municipios en coordinación con el INRA), la aceptación de las áreas propuestas, la definición del programa de concesiones (MDSMA) y la otorgación de concesiones (Superintendencia Forestal). Fue también un proceso lento, largo y complejo debido principalmente a las dificultades en cumplir con los 26 requisitos necesarios (algunos caros) por parte de los socios de las ASL. A partir de 2006 la Superintendencia Forestal se resistió a continuar con la otorgación de concesiones forestales a pesar de estar en los programas aprobados por el MDSMA. Méndez (2006), en ese sentido señaló que el Poder Ejecutivo atendió la demanda de grupos indígenas y campesinos aprobando decretos supremos que privilegiaron la dotación de tierras fiscales bajo enfoque agrario a favor de los mismos en desmedro de las ASL, a quienes se empeñó en convertirlas en comunidades ficticias y contraviniendo los Art. 25º inciso a) y 31º de la Ley Nº1700. Para muchos, el accionar de las ASL fue cuestionable ya que en general se piensa que el espíritu establecido en la Ley 1700 de convertir madereros informales/ilegales a madereros formales para aprovechar el bosque legalmente y al mismo tiempo ser dueño y empleado, fue vulnerado. La mayoría de las ASL tuvieron acceso a bosques ya “descremados” de sus mejores especies y con insuficientes recursos forestales como para mantener operaciones significativas que constituyeron como el principal impedimento para su desarrollo. En general, los miembros de las ASL han carecido de conocimientos técnicos y administrativos, así como de recursos financieros para lograr los niveles necesarios de eficiencia para competir en el mercado (Contreras-Hermosilla y Vargas 2002) La mayoría de las ASL venden troncas cortadas y despuntadas en el monte, dejando los pasos adicionales al comprador o también venden sus Certificados Forestales de Origen (CFO). Así mismo Vargas y Osinaga (2009) concluyen que muchas de las ASL fueron de inicio dominadas por las elites locales de madereros y que los usuarios informales (motosierristas) continuaron con sus operaciones ilegales y en algunos
58

casos prestaron su mano de obra a las mismas. Según estos dos autores más del 80 por ciento de la madera cortada por las ASL es ilegal y el incumplimiento de la normativa es general motivo por el cual es muy difícil conocer con certeza el estado de los bosques que son administrados por estas. Es de conocimiento general aunque no denunciado públicamente ni comprobado que un gran número de ASL en la región de la Chiquitanía participan de un mercado ilegal cada vez más creciente de Certificados Forestales de Origen. Las ASL se encuentran agrupadas en la Asociación Nacional de ASL (creada en noviembre del año 2002) que las representa y apoya en su formación, consolidación, gestión de apoyo logístico, económico, etc., teniendo instancias regionales asociativas en Ixiamas y Velasco. Instituciones de Investigación En 1998, la Superintendencia Forestal reconoció 3 concesiones forestales a la Universidad Autónoma Gabriel René Moreno (UAGRM) en una superficie de 262.366 ha que le fueron otorgadas para investigación forestal en 1989 mediante RA del Directorio del Centro de Desarrollo Forestal (CDF). La UAGRM es la única institución en el país, que cuenta con concesiones forestales ubicadas de tres tipos de formaciones boscosas del departamento de Santa Cruz otorgadas por el Estado (Cuadro 15). A 2008 la superficie bajo concesión forestal de la UAGRM fue ajustada a 255.885 ha debido a una reducción de área realizada por el INRA. Cuadro 15. Concesiones para Investigación otorgadas y vigentes a 2008
Departamento Nombre Concesión Forestal Institución UAGRM UAGRM UAGRM Superficie (ha) Reconocida 102.123 110.159 50.084 262.366 Vigente 102.073 103.728 50.084 255.885

Santa Cruz Bosque Experimental Elías Meneses Bosque Experimental San Miguel Bosque Experimental Postrervalle Total

Fuente: Elaboración propia en base a: Informes de la Superintendencia Forestal (1998) y Resoluciones Administrativas (2003, 2007 y 2008)

En el Bosque Experimental Elías Meneses, la UAGRM implementó una infraestructura para la capacitación de estudiantes de la Carrera de Ingeniería Forestal con el apoyo del Proyecto de Capacitación de Recursos Humanos en Manejo de
59

Bosques WWF/CIMAR/UAGRM (1993 – 1998) e implementó en el marco de su PGMF, un Programa de Investigación con recursos del Gobierno de Dinamarca (DANIDA) denominado proyecto FOMABO. En el Bosque Experimental San Miguel se implementó con recursos propios, infraestructura de capacitación y vivienda para guardias forestales, se realizó un inventario de reconocimiento en 32.000 ha y trabajó con comunidades y Agrupaciones Sociales del Lugar (ASL). El PGMF fue presentado a diferentes organismos para su implementación sin obtener respuestas positivas hasta el momento para su financiamiento. Tanto en el Bosque Experimental de Postrervalle como en los otros bosques experimentales, se desarrollaron Planes de Investigación con la participación de estudiantes egresados que realizaron sus Tesis de Grado y empresas que posibilitaron el aprovechamiento forestal. Los temas de tesis estuvieron dirigidos principalmente a: Rendimiento y Costos del Aprovechamiento Forestal Impacto del Aprovechamiento Forestal Identificación dendrológica en diferentes tipos de bosque Determinación de Gremios Ecológicos Diagnóstico de regeneración natural Implementación y Monitoreo de Parcelas de Medición Permanente (PMP) Por sus limitaciones económicas la UAGRM no ha tenido la capacidad de proteger estas áreas. Sus bosques sufrieron continuamente el aprovechamiento ilegal de madera y la ocupación de estas áreas por parte de personas y comunidades aledañas a los mismos provocando su degradación y reducción de sus áreas de concesión. En términos generales la experiencia boliviana sobre concesiones fue positiva, con resultados más exitosos en concesiones de empresas madereras que en ASL Fue muy importante por la superficie de bosques otorgados bajo esa modalidad (Pacheco 2006), permitió al sector privado a utilizar sus recursos y para el Estado mantener su propiedad en favor del bosque y de la sociedad en su conjunto (Guzmán y Quevedo 2008). El sistema de concesiones permitió cambios sustanciales en el aprovechamiento forestal en la perspectiva de reducir impactos al bosque remanente y sirvieron de freno al proceso de deforestación (Guzmán y Quevedo 2008). Las concesiones propiciaron el respeto de las tierras de uso forestal y su valoración para la
60

producción forestal permanente en las regiones forestales del país definidas por su productividad natural. Bolivia según Vargas y Osinaga (2009) apostó mucho por el régimen de concesiones, principalmente en los 6 primeros años de implementación de la Ley 1700, dejando en segundo plano la posibilidad de expandir el manejo forestal en áreas de comunidades indígenas, campesinas y propietarios privados. Sin embargo Méndez (2006) asegura que se incurre en demagogia académica cuando se acusa que el modelo forestal favoreció a las empresas concesionarias, generando la exclusión de las comunidades porque esto no obedece a la verdad. Este mismo autor explica que la Ley 1700 en su Art. 10º contiene como principio forestal informador del régimen, la progresividad en el uso integral del bosque y el valor agregado de los productos. En su Art. 32º I, II, y III, garantiza a los propietarios privados (individuales y colectivos) y pueblos indígenas la exclusividad en el aprovechamiento forestal, tanto en sus predios como en las TCO debidamente reconocidas de acuerdo al Art. 171º de la CPE y el Convenio 169 de la OIT y declara que no se requiere de autorización previa, el derecho al uso tradicional y doméstico con fines de subsistencia de los recursos forestales por parte de las poblaciones rurales en las áreas que ocupan, así como de los pueblos indígenas. Respecto a la seguridad jurídica sobre la tenencia de concesiones forestales en tierras fiscales, PRISMA (2000) opinó que las mismas continuaron inseguras, ya que las concesionarios (empresas y ASL) nunca consideraron este tipo de derecho como garantía efectiva y suficiente de posesión de dichas tierras, más aún existiendo posibilidades de reversión a corto plazo de acuerdo a ley. Tampoco el ejercicio de la tutela efectiva del Régimen Forestal fue oportuno ya que las fuerzas del orden (Policía y FF.AA.) se negaron sistemáticamente a coadyuvar en la aplicación de los tratamientos jurídicos a las ocupaciones de hecho de los bosques y tierras forestales sin una orden expresa del Ministro de Defensa o de Gobierno (Méndez 2006) El mismo autor opinó en cuanto a la permanencia del sistema de concesiones forestales, que debido a factores económicos, avasallamientos y resultados del saneamiento legal ejecutado por el INRA - en franco desconocimiento del derecho concesional - se continuó el cercenamiento de las superficies bajo concesión forestal (incluyendo a las certificadas) y tituló a favor de personas individuales
61

y colectivas (en algunos casos incluso basados en desmontes ilegales y avasallamientos con es el caso de las Reservas forestales de Guarayos y el Chore), privilegiando un derecho expectaticio (posesión) frente a un derecho perfecto y con rango constitucional (Art. 136º CPE), reduciéndose aún más a cerca de 4 millones de ha que continuaban siendo amenazadas con las propuestas de reforma agraria y forestal. 5.2.2. Contratos a Largo Plazo En los años 1997 y 1998, la Superintendencia Forestal mantuvo la vigencia de 4 Contratos a Largo Plazo (CLP) otorgados bajo la Ley de 1974 de las empresas Berna Sucesores SRL en el Departamento del Beni (185.000 ha), Don Víctor (113.400 ha), Las Piedras Rivero Ltda. (22.721 ha) y San Antonio (112.000 ha) en el Departamento de Santa Cruz. En 2008, movimientos sociales asentados ilegalmente en la Reserva Forestal de Producción El Choré alentados por la situación actual de caos social evitaron que la empresa San Antonio (la última empresa que mantenía vigente hasta el año 2012 su CLP) continúe desarrollando sus actividades de aprovechamiento forestal imposibilitando el acceso a su área de producción. Como respuesta a esa intervención ilegal, la empresa devolvió el área a la Superintendencia Forestal quien continuó hasta inicios de 2009 sin respuesta oficial sobre la aceptación o no de la mencionada devolución. 5.2.3. Resumen de Concesiones y Contratos vigentes a 2008 En 2008, la superficie bajo concesión forestal y contratos a largo plazo alcanzó a 5.241.908 hectáreas (Cuadro 16). En cuanto a la superficie se ubican en primer lugar las Empresas Forestales concesionarias con 4.389.148 ha equivalente a un 84% del total, le siguen las Agrupaciones Sociales del Lugar; la UAGRM y las Empresas Forestales con CLP y en cuanto al número de derechos, se ubican en primer lugar las Empresas Forestales concesionarias con 66 concesiones forestales equivalente a un 72% del total, le siguen las Agrupaciones Sociales del Lugar, la UAGRM y las Empresas Forestales (CLP). 5.2.4. Aprobación de instrumentos de gestión forestal Planes Generales de Manejo Forestal La Superintendencia Forestal aprobó desde 1997, mas de 2.343 PGMF (excepto el número de PGMF de 2004 y 2005 por no ser reportadas) que fueron implementados en 9.820.429 ha. (Cuadro 17). Las cifras totales presentaran incluyen
62

el número y superficie de PGMF de las ASL aprobados sin concesión forestal condicionados a un ajuste posterior. Cuadro 16. Número y Superficie de Concesiones Forestales y CLP vigentes a 2008
Tipo de Derecho Concesión Forestal en Tierras Fiscales Tipo de Persona Empresas Forestales Agrupaciones Sociales del Lugar UAGRM Empresa Forestal 66 21 3 1 92 4.389.148 484.875 255.885 112.000 5.241.908 Nº Superficie (ha)

Concesión Forestal para Investigación Contrato a Largo Plazo Total (ha)

Fuente: Elaboración propia en base a: Atlas Derechos Forestales Tomos I y II; Informes y Resoluciones Administrativas de la Superintendencia Forestal1997, 1998, 2002 y 2008

El número promedio de PGMF aprobados por la Superintendencia Forestal fue de 260 PGMF/año (de los 10 años que se cuenta con información) y por superficie aprobada bajo PGMF fue de 822.543 ha/año. En relación a 1998, se observó en general un incremento del número de PGMF aprobados hasta 2006 (de 97 a 548) con una leve disminución en 2001 y 2002 (interrumpida en 2004 y 2005 por no encontrase la información reportada) y continua la tendencia a decrecer a partir de ese año. Excepto 1998 (inicio con un máximo por ser excepcional la superficie de PGMF de concesiones forestales aprobados), se observa con relación a 1999 un incremento de la superficie aprobada bajo PGMF hasta el 2000 (de 328.738 ha a 791.197 ha) y presenta una tendencia continua a decrecer la misma a partir de ese año (de 791.197 ha a 329.720 ha). En cuanto a los PGMF aprobados por Departamento, (excepto la información presentada a nivel nacional y la no reportada en 2004 y 2005) se observó que el mayor número de PGMF aprobados se encuentran en el Departamento de Santa Cruz (1.389 PGMF), seguido de los departamentos de La Paz, Beni, Cochabamba, Pando, Tarija y Chuquisaca. Con relación a la mayor superficie aprobada bajo PGMF se encuentra Santa Cruz (4.979.351 ha), seguido de los departamentos de Pando, Beni, La Paz, Cochabamba, Tarija y Chuquisaca.
63

64

Cuadro 17. Número de PGMF y superficie aprobados por departamento

*Esta cifra es la suma de número de PGMF aprobados a nivel nacional **Los informes de la SF no reportan el nº de PGMF aprobados en las gestiones 2004 y 2005 Elaboración propia en base a los Informes de la SF (1997 a 2008)

Por otra parte no se han encontrado reportes ni RA sobre el número de PGMF e Inventarios de Reconocimiento actualizados por las Empresas Forestales (establecido en la RM 248/98) deduciéndose sin embargo, que la Superintendencia Forestal no discriminó esta información si la hubo o no le dio la importancia que ameritaba al tema. De acuerdo al número de PGMF aprobados por tipo de persona (excepto el año 1999 por reportar información a nivel nacional y los años 2004 y 2005 por no ser reportada), las Propiedades Privadas se ubican en primer lugar con 1.760 PGMF equivalente a un 75% del total, seguido de las Comunidades; las Tierras Comunitarias de Origen; las Empresas Forestales; las ASL; las Empresas Forestales (CLP) y la UAGRM (Cuadro 18) En cuanto a la superficie bajo PGMF, las Empresas Forestales concesionarias se ubican en primer lugar con 5.230.162 ha equivalente a un 53% del total, seguido de las Propiedades Privadas, las Tierras Comunitarias de Origen (TCO), las ASL, las Comunidades (PC), las Empresas Forestales (CLP) ya sin vigencia actual y la UAGRM (Cuadro 18). Las cifras de superficie de PGMF no corresponden necesariamente a la superficie otorgada bajo concesión. Es posible que el área total bajo PGMF presentada en los Cuadros 17 y 18, se encuentre sobreestimada y sea menor en realidad ya que en la información disponible de la Superintendencia Forestal (RA e Informes), no se discrimina a partir de 2003 el número de PGMF presentado por primera vez o el actualizado de acuerdo a norma. Respecto a la participación de las Comunidades en Tierras Comunitarias de Origen (TCO) en el Régimen Forestal, Larson et al. 2008, Benneker 2008, Medina y Pokorny 2007 citados por Pacheco (2009) concuerdan que pese a tener formalizado su acceso a las tierras forestales, sus derechos de uso y manejo de bosque se encontraron condicionados por las normas técnicas que les impusieron estándares homogéneos de modelos empresariales para hacer aprovechamiento forestal y que no necesariamente respondieron a capacidades o intereses de dichas comunidades. Los mismos autores concluyen que las Comunidades Campesinas en Tierras Comunitarias de Origen (TCO) enfrentaron costos altos de transacción para formalizar sus iniciativas de manejo forestal y que dependieron de insumos externos usualmente proporcionados por proyectos forestales o madereros locales para poner en marcha sus operaciones forestales. En ese contexto, las
65

organizaciones no gubernamentales y los donantes prestaron mucha atención a las comunidades indígenas por ser consideradas como buenas regentes del recurso y merecedoras de asistencia social y económica (Pattie 2004) Cuadro 18. Número y Superficie de PGMF por Tipo de persona aprobado por año
Tipo de Persona Año Nº/ha
Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) 5 69.322 24 715.630 78 5.230.162 4 430.121 2 162.128 6 143.668 80.544 34.603 1 113.400

ASL

EF
72 4.924.227 4 202.939 2 102.996

EF (CLP)
1 22.721

Inv. (UAGRM)
1 112.043

PC

PP
21 80.938 143 106.348

PTCO
2 121.609 2 19.451 2 97.109 5 206.237 7 111.275 5 39.352 94.780 98.460 47 3.216 7 84.686 6 44.817 83 920.992

Total
97 5.261.538 149 328.738 170 791.197 143 425.513 151 412.062 206 571.740 603.410 393.837 548 341.885 471 360.789 408 329.720 2.343 9.820.429

1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008

2 294.000 1 50.085

3 2.231 5 1.761 12 8.987 22 35.178 20.068 80.785 100 142.117 130 173.330 120 96.545 392 561.002

153 37.738 130 109.913 129 218.947 172 240.142 408.018 179.989 401 196.552 334 102.773 277 119.036 1.760 1.800.394

Nº de PGMF Superficie (ha)

Fuente: Elaboración propia en base a los informes y RA de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008) ASL: Agrupación Social del Lugar; EF: Empresa Forestal; EF CLP: Empresa Forestal con Contrato a Largo Plazo; PTCO: Propiedad Tierra Comunitaria de Orígen; PCO: Propiedad Comunal; PP: Propiedad Privada

Por último, de acuerdo a la información que se describió anteriormente puede concluirse que de los 28,2 millones de hectáreas clasificadas como TPFP, cerca a 10 millones de ha se encuentran bajo regulación quedando más de 18 millones
66

de hectáreas con posibilidades de inclusión gradual. Sin embargo es posible que estas áreas fueron ya sometidas a conversión ilegal a suelos agrícolas y/o ganaderos, se aprovechó la madera ilegalmente o fueron o serán distribuidas como propiedades comunales o privadas (solamente en 2006, 2007 y 2008 la Superintendencia Forestal detectó el cambio de uso de la tierra ilegal en más de 1,5 millones de ha en TPFP en superficies > a 5,3 ha). Es importante resaltar que para facilitar el proceso de aprobación de los PGMF por parte de la ITE y como referencia de información cuali – cuantitativa de los diferentes tipos de bosque, la Superintendencia Forestal elaboró y publicó durante la gestión 1999, el libro Potencial de los Bosques Naturales de Bolivia para Producción Forestal Permanente en base a la información básica extraída de una muestra representativa de 68 inventarios forestales realizados en 3,5 millones de hectáreas aprobados por la Superintendencia Forestal en 1998. Planes Operativos Anuales Forestales En 1997 la Superintendencia Forestal implementó un régimen transitorio de excepción en propiedades privadas ≤ 200 ha para aquellos casos en los que el aprovechamiento forestal era realizado bajo la modalidad de contratos únicos (3era. Disposición Transitoria, parágrafo II e la Ley 1700 y concordante con el artículo 105º de su Reglamento y el DS 24406 de 26 de febrero de 1997). Este régimen transitorio que debió ser concluido hasta el 21 de diciembre de 1997, fue ampliado por el Poder Ejecutivo mediante DS 24948 en ciento veinte días más (al 4 de junio de 1998), con carácter único, definitivo e improrrogable para permitir a los usuarios del bosque adecuarse definitivamente al nuevo Régimen Forestal. En el contexto mencionado en el anterior párrafo, la Superintendencia Forestal reportó en el Informe de Gestión en 1998, la aprobación de 397 solicitudes de aprovechamiento forestal para extraer 250.697 m³r y posterior a su conclusión, aprobó más de 5.694 POAF (excepto número de POAF, no reportados en 2004 y 2005) que fueron implementados en una superficie de 1.854.308 hectáreas (superficie también censada de acuerdo a norma) y donde se autorizó la extracción de 14.683.440 m³r (Cuadro 19). Se observa en relación a 1997, un incremento del número de POAF hasta 2006 (de 92 a 1.465 POAF) (interrumpido en 2004 y 2005 por no encontrase la información disponible) y presenta una tendencia a disminuir a partir de ese mismo año a 748 POAF en 2008. Así mismo se observa un incremento de superficie
67

bajo POAF hasta 2006 (de 1.637 a 209.619 ha) y una tendencia a decrecer a 2008 (181.071 ha). En cuanto al volumen de madera aprobado, se observa respecto a 1998 un incremento importante hasta 2008 (de 911.027 a 1.912.957 m³r). Santa Cruz es el departamento donde se aprobó mayor número de POAF (2.508), superficie (964.530 ha) y volumen de madera (7.254.661 m³r) seguida de los departamentos de La Paz, Beni, Pando, Cochabamba, Chuquisaca y Tarija respectivamente (excepto la información no reportada en gestiones 2004 y 2005, no discriminada por departamento y no reportada el año 1997 a nivel nacional) (Cuadro 19). El promedio anual del volumen de madera autorizado mediante POAF en 11 años (1998 a 2008) fue de 10,9 m³r/ha, se destacó en primer lugar Cochabamba (17,7 m³r/ha) seguido de La Paz, Chuquisaca, Tarija, Beni, Santa Cruz y Pando. Respecto al promedio anual por año del volumen de madera autorizado mediante POAF se destacó 2003 con 15,6 m³r/ha seguido de los años 2000, 2001, 2008, 2007, 2005, 2006, 2004, 2002, 1999 y 1998 (Cuadro 20). En todos los años la superficie de POAF con PGMF fue mayor (1.641.457 ha) que la superficie del POAF condicionado a presentación de PGMF (212.851 ha); el volumen de madera autorizado en POAF con PGMF fue mayor (12.863.359 m³r) que el volumen del POAF condicionado a presentación de PGMF (1.820.081) . Se observó también que el número de POAF condicionados a presentación de PGMF fue mayor en 2001 que los POAF con PGMF presentando una tendencia a igualar hasta 2006 (excepto los años 2004 y 2005 que no presentan esa información). Un informe de la Super intendencia Forestal reportó en abril de 2009 (CI 265/2009) 352 POAF cuyos titulares incumplieron su compromiso de presentar ante la Superintendencia Forestal su PGMF en el plazo estipulado con excepción de algunos que continuaban aún con plazos vigentes. De acuerdo a ese dato, se concluiría que un 18% de los usuarios del bosque con POAF condicionados a presentación de PGMF aprobados no cumplieron su compromiso a abril de 2009. En cuanto al tipo de persona resaltan por el mayor número de POAF aprobados los Propietarios Privados con 3.164 POAF equivalente a 56% del total seguido de las Comunidades, las Empresas Forestales concesionarias, las Tierras Comunitarias de Origen (TCO) y la UAGRM (Cuadro 22).

68

Cuadro 19. Número de POAF, superficie y volumen de madera autorizado por Departamento

(*) El informe de la Superintendencia Forestal de este año reporta el número de POAF a nivel nacional, no reporta superficie ni volumen de madera autorizada. (**) Información no discriminada por departamento y no presenta volumen de madera autorizada. Fuente: Elaboración propia en base a los Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

69

Cuadro 20. Promedio del volumen de madera autorizado por departamento y año
Año Beni Chuquisaca Cochabamba La Paz Pando Santa Cruz Tarija Promedio m³r/año

1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008

7,2 8,7 14,0 10,2 7,2 8,0 8,5 10,3 7,6 8,3 9,7

3,5 17,3 10,1 6,3 42,9 11,0 11,5 8,5 8,7 13,1 12,1

1,9 19,5 22,6 18,3 20,6 15,8 18,1 19,3 19,3 23,0 16,4 17,7

6,4 4,3 16,6 9,7 10,2 18,9 12,2 12,0 13,0 20,3 16,0 12,7

4,8 4,9 5,2 5,1 6,9 6,7 8,1 9,1 9,3 5,2 11,2 7,0

6,3 10,8 8,2 7,3 4,7 7,1 6,7 7,4 7,4 7,8 9,8 7,6

2,3 9,9 10,0 25,7 9,5 9,6 8,5 8,3 9,0 7,4 10,8 10,1

4,1 8,8 13,4 12,3 9,3 15,6 10,4 11,1 10,6 11,5 12,4 10,9

Promedio m³r/ 9,1 Depto.

Fuente: Elaboración propia en base a los Informes de la Superintendencia Forestal (1998 a 2008)

En relación a los POAF con PGMF y los POAF condicionados a presentación de PGMF (Cuadro 21) se verificó que: El 65 % de los POAF aprobados (3.702 POAF) cuentan con PGMF y 35% (1.992 POAF) fueron aprobados condicionados a la presentación de PGMF. Por superficie de POAF se destacaron las Empresas Forestales concesionarias con 1.008.997 ha equivalente a 54,4% del total seguido de los Propietarios Privados, las ASL, las Tierras Comunitarias de Origen (TCO), las Comunidades y la UAGRM y por volumen de madera autorizada resaltan también las Empresas Forestales concesionarias con 6.946.022 m³r equivalente a un 47% del total seguida de los propietarios Privados, las ASL, las Comunidades, las Tierras Comunitarias de Origen (TCO) y la UAGRM (Cuadro 22). La aprobación de POAF condicionados a presentación de PGMF de Empresas, ASL y TCO fue una estrategia implementada por la Superintendencia Forestal para posibilitar el aprovechamiento forestal debido al lento proceso de otorgación de concesiones forestales y por los altos costos de elaboración de los PGMF. Esto posibilitó a las ASL el aprovechamiento forestal en superficies definidas dentro de posibles concesiones en Áreas de Reserva Forestal Municipal (ARFM)
70

y la obtención de recursos económicos por parte de Comunidades y TCO para cumplir con el compromiso asumido ante la Superintendencia Forestal. Cuadro 21. Número, Superficie y volumen de madera autorizado en POAF condicionados a presentación de PGMF y POAF con PGMF
POAF Año 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 Totales Condicionado a presentación PGMF Nº 92 (*) (*) 8 272 298 371 0 0 683 227 41 1.992 Superficie (ha) 1.637 (*) (*) 4.398 23.474 25.354 17.028 35.397 26.405 34.192 32.063 12.903 212.851 Vol. (m³r) autorizada (*) (*) (*) 55.797 162.392 209.222 153.052 225.986 285.684 290.544 289.612 147.792 1.820.081 Con PGMF aprobado Nº (*) 82 241 447 232 313 344 0 0 782 554 707 3.702 Superficie (ha) (*) 155.486 178.947 89.393 84.459 184.265 116.767 158.686 171.495 178.867 154.924 168.168 1.641.457 Vol. (m³r) autorizada (*) 911.027 1.389.880 714.524 649.790 1.042.723 865.467 1277148 1.431.653 1.507.552 1.308.430 1.765.165 12.863.359

(*) Los informes de la Superintendencia Forestal de estos años no reportan información al respecto Fuente: Elaboración propia en base a los Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

Cuadro 22. POAF aprobados por tipo de persona (1997 – 2008)
Tipo de Persona ASL Empresas Forestales Concesionarias UAGRM Comunidades Propietarios Privados TCO Total Nº de POAF 230 686 2 1.086 3.164 526 5.694 % 4,0 12,0 0,0 19,1 55,6 9,2 Superficie (ha) 186.309 1.008.997 879 115.426 422.508 121.189 1.855.308 % 10,0 54,4 0,0 6,2 22,8 6,5 100 Volumen autorizado (m³r) % 1.695.553 6.946.022 10.854 1.304.517 3.571.975 1.154.519 14.683.440 11,55 47,31 0,07 8,88 24,33 7,86 100

Fuente: Elaboración propia en base a los Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008).

71

Por otra parte la Superintendencia Forestal no discriminó en el total de POAF aprobados (salvo en la gestión 2002) el número y superficie de POAF ≤ a 3 ha. Este mecanismo simplificado (aplicado en respuesta al mal uso de las autorizaciones de desmonte) permitió un solo aprovechamiento forestal en superficies de hasta 3 ha (comunicación interna CI-ITE-087/2000 referida a Autorización Única (POAF hasta 3 ha), condicionando a los usuarios del bosque, el respeto a los principios básicos del manejo forestal y al pago por volumen extraído. Cronkleton y Albornoz (2004) aseguran que debido a la falta de monitoreo y control, los POAF ≤ a 3 ha probablemente contrarrestaron las iniciativas de manejo forestal y concluyeron que este mecanismo fue una innovación meritoria surgida como respuesta a un problema que minaba al Régimen Forestal y que en vez de eliminarse se modificara para evitar el mal uso y distorsiones. En 2007 debido a las repercusiones negativas este mecanismo fue eliminado por la Superintendencia Forestal. Planes de Desmonte La Superintendencia Forestal aprobó un total de 21.967 Planes de Desmonte (PDM) en una superficie de 376.602 ha y 2.322.286 m³r para su extracción (Cuadro 23) siendo 1.830 PDM el promedio de estos instrumentos aprobados por año. Con relación a 1997 se verificó un incremento del número de PDM aprobados hasta 2001 (de 75 a 2.519) y presenta una tendencia continua a disminuir y/o mantenerse mas allá de 2008. También se verificó un incremento de la superficie aprobada bajo PDM hasta 2004 (de 10.734 ha a 51.146 ha) presentando una tendencia a disminuir mas allá de 2008 (35.774 ha). A partir de 1998 (en 1997 no se reportó esta información) se verificó en general un incremento del volumen de madera autorizada (año excepcional por los saldos existentes de productos provenientes del anterior régimen) presentando una tendencia continua de incrementarse mas allá de 2008 (de 217.600 m³r a 304.123 m³r) con bajas importantes en 2000 y 2005. Chuquisaca es el departamento donde se aprobó el mayor número de PDM (7.523) seguido de Santa Cruz, La Paz, Beni, Cochabamba, Tarija y Pando; en cuanto a la superficie bajo PDM se destaca el departamento de Santa Cruz con 301.713 ha seguido de muy lejos por los departamentos de Tarija, Cochabamba, Beni, La Paz, Chuquisaca, Pando y Potosí. Por volumen de madera autorizado bajo PDM se destaca el departamento de Santa Cruz con 1.088.765 m³r seguido
72

de los departamentos de Cochabamba, La Paz, Beni, Tarija, Chuquisaca, Pando y Potosí (Cuadro 23). Cuadro 23. Número de PDM, superficie y volumen autorizado por departamento
Departamento Año Nº/ ha/ m³r Nº (ha) Nº 1998 (ha) (m³r) Nº 1999 (ha) (m³r) Nº 2000 (ha) (m³r) Nº 2001 (ha) (m³r) Nº 2.002 (ha) (m³r) Nº 2.003 (ha) (m³r) Nº 2004 (ha) (m³r) Nº 2005 (ha) (m³r) 2.006 Nº (ha) (m³r) 2.007 Nº (ha) (m³r) 307 2.310 56.145 298 1.451 35.104 176 600 20.212 170 838 36.644 168 663 26.764 156 666 21.675 119 1.385 21.135 214 868 32.296 201 826 29.382 182 736 24.511 234 397 1.422 10 37 655 869 1.253 909 1.366 1.870 437 977 1.193 349 1.006 1.586 326 830 1.256 1.350 930 1.494 859 637 795 305 339 675 1.669 37 1.294 42.848 86 2.692 85.581 34 700 20.671 143 1.158 27.219 82 713 19.216 102 1.110 28.787 93 1.107 27.443 99 1.274 30.776 119 1.170 29.093 126 1.345 43.424 230 1.218 46.278 226 642 24.311 3 13 1.500 78 347 13.124 150 699 21.629 278 1.234 45.539 240 1.019 34.916 306 1.189 42.659 328 1.253 37.306 434 1.626 57.531 17 775 4.284 25 340 1.704 1 120 233 2 20 96 6 37 49 16 39 5 25 50 18 129 75 140 Beni Chuquisaca Cochabamba La Paz (*) 75 10.734 5 170 250 14.048 64.416 298 14.399 47.693 170 8.589 36.174 667 19.965 55.364 633 30.642 99.535 825 33.823 146.304 1.051 45.035 173.769 809 27.856 89.400 777 37.059 121.235 903 40.265 113.371 80 1.033 6.491 99 582 3.428 42 2.198 11.543 77 996 5.095 71 474 7.729 84 323 2.915 102 569 3.852 106 1.630 7.228 101 778 9.740 98 5.333 14.465 Pando Potosí Santa Cruz Tarija Total

1997

75 10.734 1.143 20.470 217.600 1.092 19.943 196.772 1.299 13.378 91.059 2.519 25.303 137.883 2.087 34.421 175.271 2.467 38.781 245.546 2.452 51.146 266.749 2.491 34.671 205.018 2.164 42.001 227.294 2.082 49.980 254.971

73

2.008

Nº (ha) (m³r)

211 931 31.538 2.202 11.274 335.406

325 568 548 7.523 11.124 8.829

123 1.212 46.738 1.044 13.775 401.796

560 1.997 77.971 2.833 11.237 402.764 75 10.734 -

26 54 246 194 1.829 6.566 2 20 96

755 30.032 141.504 7.138 301.713 1.088.765

96 980 5.578 956 14.896 78.064

2.096 35.774 304.123 21.967 376.602 2.322.286

Total Nº Total (ha) Total (m³r)

(*)No discrimina al respecto el Informe 1997 de la Superintendencia Forestal. Fuente: Elaboración propia en base a: Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

Reservas Privadas de Patrimonio Natural La Superintendencia Forestal aprobó a través de resoluciones de la Intendencia de Desarrollo Forestal la constitución de 42 RPPN en una superficie de 74.343 ha (Cuadro 24). La Superintendencia Forestal no reportó hasta 2008 el seguimiento y/o monitoreo realizado a estas RPPN ni informes que hayan sido presentados por parte del titular sobre el estado de conservación de su RPPN. Sin embargo es posible que esta información de monitoreo se encuentre en las Direcciones Departamentales. 5.2.5. Resumen de derechos otorgados a 2008 A 2008, el número de usuarios que se enmarcaron en el Régimen Forestal sobrepasó los 24.338 y la superficie bajo regulación (con instrumentos de gestión aprobados) sumó un total de 9.162.323 ha (Cuadro 25) acercándose al 20% de la superficie de bosques del país estimada por Killen et al. (2007) (no encontrándose en esta cifra la superficie de derechos revocados, devueltos, etc.). Se destacan en general: La Concesión Forestal en Tierras Fiscales (CFTF) con 5.316.990 ha por la mayor superficie bajo regulación seguida de Autorización de Aprovechamiento en Tierras de Propiedad Privada (AATPP), Planes de Desmonte (PDM), Contratos a Largo Plazo (CLP) y Reservas Privadas de Patrimonio Natural (RPPN). Los Propietarios Privados por el número de Planes de Desmonte (PDM) con 21.967 seguido de Propietarios Privados con Autorización de Aprovechamiento en Tierras de Propiedad Privada (AATPP), Concesiones Forestales en Tierras Fiscales (CFTF), Reservas Privadas de Patrimonio Natural (RPPN) y Contratos a Largo Plazo (CLP).

74

Las empresas forestales por el mayor número de usuarios (66) y mayor superficie (4.389.148 ha) en Concesión Forestal en Tierras Fiscales con relación a las ASL y la UAGRM Los Propietarios Privados por el mayor número de usuarios (1.760) y mayor superficie (1.800.394 ha) en Autorización de Aprovechamiento en Tierras de Propiedad Privada (AATPP) con relación a las Comunidades y TCO Cuadro 24. Número y superficie de RPPN constituidas por año por Departamento
Departamento Año 1998 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 Nº/(ha) Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) Nº (ha) Total Nº 2 41,7 36 2 6.257 1 99 1 2.430 2 2.376 Santa Cruz 1 5.480 12 25.077 7 6.481 3 2.724 3 3.003 5 10.742 3 9.632 1 3.757 1 2.430 1 99 2 2.376 Tarija 1 2.500 Cochabamba Beni Chuquisaca Total 2 7.980 12 25.077 7 6.481 5 5.100 3 3.003 6 10.841 4 13.389 1 2.430 2 42 42 74.343

Total Superficie (ha) 63.181

Fuente: Elaboración propia en base a: Informes y RA de la Superintendencia Forestal (1998 y 2001 a 2008)

75

Cuadro 25. Resumen de derechos otorgados a 2008 por tipo de derecho, persona, número de usuarios y superficie
Nº de Instrumentos Superficie aprobados (ha) 24 715.630 66 4.389.148 3 212.212 93 392 1.760 83 2.235 Empresas Forestales (CLP) 1 1 Propietarios Privados 21.967 21.967 5.316.990 561.002 1.800.394 920.992 3.282.388 112.000 112.000 376.602 376.602

Tipo de derecho Concesión Forestal en Tierras Fiscales (CFTF) Subtotal Autorización de Aprovechamiento en Tierras de Propiedad Privada (AATPP) Subtotal Contratos a Largo Plazo (CLP) Subtotal Planes de Desmonte (PDM) Subtotal Reservas Privadas de Patrimonio Natural (RPPN) Subtotal Total

Tipo de Persona ASL Empresas Forestales Investigación (UAGRM) Comunidades Propietarios Privados TCO

Propietarios Privados

42 42 24.338

74.343 74.343 9.162.323

Fuente: Elaboración propia en base a: Informes y RA de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

5.2.6. Resumen del Volumen de Madera Autorizado y Extraído El volumen de madera autorizado desde 1997 mediante Plan Operativo Anual Forestal (POAF), Planes de Desmonte (PDM) y Régimen de Excepción sumó 17.256.423 m³r (ver detalles en Cuadros 19 y 23) y se registró la extracción de 8.357.172 m³r significando este último el 48,4% del volumen autorizado (Cuadro 26). Se destacan 2008 por el mayor volumen de madera aprobado y 2007 por el mayor volumen de madera extraído lo que no necesariamente significa un incre76

mento en la calidad del manejo de bosques o la ampliación de un mayor número de especies no tradicionales aprovechadas. Se observa en 2008 la autorización de un mayor volumen de madera para su aprovechamiento y el volumen extraído registrado que es menor que en 2007. Cuadro 26. Volumen de madera Autorizado y Extraído por año
Año 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 Total Volumen (m³r) Autorizado * 1.128.627 1.586.652 861.380 950.065 1.427.216 1.264.065 1.769.883 1.922.355 2.025.390 1.853.013 2.217.080 17.256.423 Extraído 796.176 508.924 495.835 559.159 581.782 693.846 730.267 862.813 980.285 1.088.738 1.059.347 8.357.172

(*) No reporta al respecto el Informe 1997 de la Superintendencia Forestal Elaboración propia en base a: Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

Excepto la información presentada a nivel nacional (250.697 m³r), se destaca por el mayor volumen de madera autorizada el Departamento de Santa Cruz con 8.343.426 m³r en primer lugar seguido de Pando, Beni, La Paz, Cochabamba, Tarija, Chuquisaca y Potosí (Cuadro 27). La Superintendencia Forestal no reportó en ningún informe de gestión, la madera extraída por departamento. De acuerdo al volumen extraído registrado se observó que las especies Ochoó, Roble y Yesquero se encuentran ubicadas entre las 10 especies con mayor volumen de madera aprovechado (11 años entre 1998 – 2008) seguidas de Tajibo y Almendrillo (10 años); el Mapajo y Cedro (9 años aunque este último no presente en los 2 últimos años); el Bibosi (8 años y ausente en los dos últimos años); mara macho (7 años interrumpidos); Serebó (5 años y ausente en los últimos 5 años) Mara (presente en los 3 primeros años y en 2005); Hoja de Yuca (presente en 2003 y los 3 últimos años); Verdolago y Curupaú (ambos presentes en 2001 y

77

en los 2 últimos años); Soto (en 2 años interrumpidos) y Sirari, Sujo, Palo María y Cambara (un solo año) (Cuadro 28) Cuadro 27. Volumen de madera autorizado por departamento (1997 – 2008)
Departamento Beni Chuquisaca Cochabamba La Paz Pando Santa Cruz Tarija Potosí Dato a nivel Nacional (*) Total Volumen autorizado(m³r) RE, POAF y PDM 2.169.035 60.231 715.654 1.939.313 3.641.027 8.343.426 136.944 96 250.697 17.256.423

(*) No discrimina la información reportada por departamentos en una gestión RE: Régimen de Excepción; POAF: Plan Operativo Anual Forestal y PDM: Plan de Desmonte Fuente: Elaboración propia en base a Informes de la Superintendencia Forestal: (1997 a 2008)

La Ley 1700 y sus disposiciones para el manejo forestal sostenible según Bojanic (2001) promovieron el aprovechamiento y utilización de especies menos conocidas. Sin embargo atribuir a la nueva legislación la naturaleza y la magnitud de tal efecto es muy fortuito ya que el volumen existente de especies valiosas en el bosque forzó eventualmente - con o sin el régimen forestal - al uso de especies menos conocidas,. (Contreras-Hermosilla y Vargas 2002). Lo cierto es en todo caso, que la disminución de superficies bajo concesión con relación al antiguo Régimen Forestal de CLP incentivó también un uso más intensivo de las áreas de aprovechamiento anual. 5.2.7. Habilitación de profesionales A través de 2.225 registros realizados de acuerdo a norma desde 1997 (Cuadro 29), la Superintendencia Forestal habilitó un promedio anual de 185 profesionales para desarrollar sus actividades en el marco del Régimen Forestal Se ubican en primer lugar el número de registros de Ingenieros Forestales (1.551) seguido de Técnicos Superiores Forestales, Ingenieros Agrónomos, Técnicos Superiores Agrónomos, Lic. en Biología y otras profesiones afines (3). Resalta en el registro, la tendencia de un incremento anual de registro de profesionales forestales, la
78

disminución de profesionales agrónomos y el no registro de profesionales de otras ramas a partir de 2005. Cuadro 28. Ubicación de las especies más aprovechadas con relación al volumen aprovechado
2000 2004 2006 Nombre común Ochoó Roble Cedro Mara Mara Macho Tajibo Yesquero Serebó Mapajo Bibosi Almendrillo Verdolago Curupaú Hoja de Yuca Soto Sirari Sujo Palo María Cambará Nombre científico Hura crepitans Amburana cearensis Cedrela spp. Swietenia macrophylla Tapirira guianensis Tabebuia spp. Cariniana spp. Schizolobium amazonicum Ceiba pentandra Ficus spp. Dipteryx spp. Terminalia spp. Anadenanthera spp. Ceiba spp. Schinopsis sp. Copaífera spp., Ormosia spp. Sterculia spp. Calophyllum brasiliensi Vochysia spp 2008 1 4 10 3 6 7 2 8 5 9 2005 2002 2003 2007 1 4 9 2 7 5 3 6 8 10 2001 1 2 3 1999 1998

1 1 2 3 3 2 4 7 5 10 6 8 7 5 8 5 9 10 9

4 3 1 7 6 5 2 7 10 9

1 3 6

1 3 10

1 3 4 7 2 5 6 10 9

4 6 10 8 5 7 9

2 5 8 9 10

4 8 9 6 7 5

1 1 3 5 5 9 10 7 2 3 9 10 8 6 4 4 6 2

2 7 8 4 8 4

7 8

Fuente: Elaboración propia en base a: Informes de la Superintendencia Forestal (1998 a 2008)

Santa Cruz realizó el mayor número de registros de profesionales por departamento (1.003), seguido de los departamentos de Cochabamba, Beni, La Paz, Tarija, Chuquisaca y Pando (Cuadro 30). 5.2.8. Habilitación de Empresas A través de 11.400 registros realizados de acuerdo a norma desde 1997, la Superintendencia Forestal habilitó un promedio de 950 empresas por año relacionadas con la transformación, desmontes, comercialización y exportación de productos forestales posibilitándoles el desarrollo de sus actividades (Cuadro 31 y 8A).

79

Se destaca por el mayor número de registro de empresas el Departamento de Santa Cruz con 5.888, seguido de los Departamentos de La Paz, Cochabamba, Beni, Chuquisaca, Pando, Potosí y Oruro observándose en todo el país y anualmente, una tendencia de incrementarse el registro de las mismas para su habilitación. Cuadro 29. Registro de profesionales por gestión
Año 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 Ingeniero TS Fo- Ingeniero Licenciados Total de TS Agrónomo Otros Forestal restal Agrónomo en Biología Registros (Nº) (Nº) (Nº) (Nº) (Nº) (Nº) (Nº) 48 97 81 95 90 129 72 160 167 188 184 240 6 28 20 29 33 21 27 43 48 69 73 84 14 62 19 13 10 14 5 17 13 10 2 1 1 2 1 1 1 1 1 1 2 70 189 122 138 135 166 105 221 228 267 259 325

1 1

Total 1.551 481 180 8 2 3 2.225 Fuente Elaboración propia en base a Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

Cuadro 30. Registros de Profesionales por departamento (1997 – 2008)
TS Ing. Ingeniero ForesTS AgrónoDpto Forestal Agrónomo mo (Nº) tal (Nº) (Nº) (Nº) Beni 211 39 36 Chuquisaca 18 11 8 Cochabamba 109 224 17 6 La Paz 152 103 23 Pando 96 19 4 Pando 14 4 Santa cruz 833 79 86 2 Tarija 118 2 6 Licenciados en Biología (Nº) Otros (Nº) Total de Registros 286 37 358 278 119 18 1.003 126

2

2

1

Fuente: Elaboración propia en base a Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

80

Cuadro 31. Registro de empresas por departamento y año
Depto. 1997 Beni Chuquisaca Cbba La Paz Oruro Pando Potosí Santa Cruz Tarija Total Prom/año 57 23 92 139 (*) (*) (*) 299 29 639 53 1998 97 27 2 123 (*) 26 (*) 241 18 534 45 1999 60 41 79 53 (*) 11 (*) 266 30 540 45 2000 95 55 98 89 (*) 17 15 471 59 899 75 2001 70 110 102 84 (*) 6 (*) 382 39 793 66 2002 95 98 123 42 (*) 21 (*) 306 23 708 59

Año
2003 71 77 109 80 (*) 10 17 546 42 952 79 2004 99 85 99 143 (*) 35 6 661 38 1.166 97 2005 110 78 119 122 (*) 18 5 621 50 1.123 94 2006 133 69 97 154 1 25 4 638 77 1.198 100 2007 114 60 146 236 2 30 4 737 63 1.392 116 2008 126 81 140 279 1 36 5 720 68 1.456 121

Total de registros

1.127 804 1.206 1.544 4 235 56 5.888 536 11.400 950

(*) No reporta número de empresas registradas Fuente: Elaboración propia en base a Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008).

5.3. Control La Superintendencia Forestal operó un sistema de control forestal en dos campos generales de acción: uno en las áreas de producción y aprovechamiento de la materia prima (bosque) y el otro en los centros de procesamiento tanto primario como secundario, las vías de transporte, los depósitos, la compra/venta y las exportaciones de productos forestales. Es decir, ejerció el control sobre el manejo de los recursos en el bosque por un lado y sobre el transporte, transformación y comercio de los productos por el otro como instrumento indirecto que apoyó a la implementación del manejo forestal. 5.3.1. Realización de Inspecciones En el marco mencionado anteriormente, las unidades operativas de la Superintendencia Forestal realizaron 31.932 inspecciones forestales (en promedio por año 2.661 inspecciones) (Cuadro 32 y 9A). En Santa Cruz fueron realizadas el mayor número (12.650) seguido de los Departamentos de Beni, Cochabamba, Tarija, Chuquisaca, La Paz, Pando, Potosí y Oruro. Se destacan por el mayor número de inspecciones el año 2000 (4.663) y 2008 por el menor número (2.205) observándose una disminución progresiva de estas actividades en los últimos años ya sea por la falta de asignación o disponibilidad de recursos económicos o por la apatía desarrollada por sus funcionarios ante
81

la respuesta ineficiente de la Intendencia Jurídica para concluir los procesos instaurados. Se percibe sin embargo, a pesar de lo establecido mediante la Directriz IDF 02/2006, que los informes no mencionan inspecciones al cumplimiento del POAF referente a tratamientos silviculturales pre o post aprovechamiento forestal Cuadro 32. Número de inspecciones realizadas por departamento y año
Año Total 4.864 3.139 3.665 2.580 1 1.383 3 12.650 3.647 2000 2006 2004 2008 278 126 200 207 1 64 1 1.155 173 2005 2003 2002 2007 321 103 157 140 (*) 133 1 1.199 277 2.331 2001 466 509 261 378 (*) 168 (*) 1.242 351 3.375 1999 652 390 519 480 (*) 215 (*) 434 1998 245 257 918 76 (*) 70 (*) 377 Dpto Beni Chuquisaca Cbba La Paz Oruro Pando Potosí Santa Cruz Tarija Total

825 879 355 261 (*) 272 (*) 801

474 254 298 357 (*) 110 (*) 944 243 2.680

474 197 298 357 (*) 110 (*) 944 243 2.623

292 168 277 76 (*) 74 (*) 1.430 201 2.518

431 136 183 100 (*) 86 (*) 1.152 244 2.332

406 120 199 148 (*) 81 1 1.255 303 2.513

1.054 1.005 1.270 2.997 3.695 4.663

2.205 31.932

(*) No se realizaron inspecciones. Fuente: Elaboración propia en base a: Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

Por otra, la UMIF (Cuadro 10A) realizó 79 inspecciones en 2005; 156 en 2006 y 74 en 2007 con un resultado importante en cuanto a la detección de actividades ilegales en áreas anuales de aprovechamiento (AAA) y/o ilegalidad de los productos forestales encontrados en los centros de procesamiento de materia prima. Es posible que la reducida capacidad de la Intendencia Jurídica para resolver los procesos sustanciados por estas unidades, sea uno de los motivos más relevantes por el cual sus actividades fueron descontinuadas ya en 2008. 5.3.2. Aprobación de Programas de Abastecimiento y Procesamiento de Materia Prima Se aprobó un total de 10.287 Programas de Abastecimiento y Procesamiento de Materia Prima (935 PAPMP por año) (Cuadro 33 y 11A). El mayor número de PAPMP fue aprobado en Santa Cruz (5.270) seguido de los departamentos La Paz, Beni, Cochabamba, Chuquisaca, Tarija, Pando, Potosí y Oruro notándose una tendencia general en el incremento de número de PAPMP aprobados (de 354 en 1998 a 1.425 en 2008).
82

Cordero (2003) asegura que los PAPMP son una parte de la cadena de producción donde se presentan diferentes alternativas para la ilegalidad, esto porque los rendimientos permiten “lavar” volúmenes importantes de madera de procedencia ilegal. Cuadro 33. Nº de PAPMP por Departamento aprobados por la Superintendencia Forestal
Dpto Beni Chuquisaca Cochabamba La Paz Oruro Pando Potosí Santa Cruz Tarija Total 124 5 354 318 48 631 484 67 857 325 40 714 300 25 675 10 9 27 26 26 10 17 497 42 896 35 6 619 38 1.119 18 5 587 50 1.084 Año 1998 108 19 57 31 1999 113 15 60 48 2000 103 31 86 59 2001 87 33 108 95 2002 9 107 86 39 2003 71 77 102 80 2004 99 85 94 143 2005 110 78 114 122 2006 132 69 91 154 1 25 4 614 77 1.167 2007 114 60 139 236 2 30 19 703 62 1.365 2008 126 81 130 279 1 36 5 699 68 1.425 Total 1.155 655 1.067 1.286 4 272 56 5.270 522 10.287

Fuente: Informes de la Superintendencia Forestal (1998 a 2008)

Institucionalmente en cuanto al control, uno de los factores negativos fue la baja capacidad de la Superintendencia Forestal para llevar adelante estas labores no debiendo interpretarse esta carencia como falta de voluntad, sino como una limitante por la falta de recursos económicos operativos para que los técnicos disponible puedan movilizarse y cumplir con sus funciones en el campo (Cordero 2003). Hufty y Bottazzi (2005) percibieron también que las UOB de la Superintendencia Forestal no contaban con los medios logísticos para hacer respetar las normas forestales. Cordero (2003).asegura también que otro de los factores institucionales que promueve la ilegalidad, es la percepción de la población de cómo se aplica la ley, en general la población percibe que no es tan grave infringirla. A pesar de esto la Superintendencia Forestal mantuvo una política constante de mejorar procedimientos de control y promover de esta manera la legalidad. En términos generales para el Estado boliviano el aprovechamiento ilegal implicó el daño al bosque con la consecuente pérdida de recursos por patentes e impuestos no recaudados suponiendo el aumento de gastos incurridos por la Superintendencia Forestal en el control, al tener más gastos por inspecciones,
83

procesos judiciales, administrativos, etc., además de promover una mala imagen del país. 5.3.3. Instalación y monitoreo de Parcelas de Medición Permanentes La Superintendencia Forestal identificó desde su inicio, las dificultades en implementar el sistema de monitoreo de las PMP establecidas en las concesiones forestales y trató de subsanar este problema permitiendo con un procedimiento alternativo (aprobado mediante Resolución Administrativa 078/2000 del 24 de julio del 2.000) la agrupación de diferentes usuarios con bosques bajo manejo de una determinada ecoregión, para instalar un número establecido de parcelas convencionales. En ese contexto, el MDSyMA en base a la resolución ministerial (RM 138 del 09 de mayo de 2005) transfiere la responsabilidad de la implementación y seguimiento de las PMP, al Instituto Boliviano de Investigación Forestal (IBIF) por lo que los concesionarios o propietarios forestales, debían contratar los servicios de éste organismo de investigación reconocido por su experiencia en este tipo de trabajo y por la Superintendencia Forestal. Desafortunadamente esto promovió que los titulares del manejo se desinteresen por los resultados procedentes de las PPM. El pais cuenta con cerca de 895 ha de parcelas permanentes de tipo convencional y 694 parcelas permanentes experimentales (INFOBOL 2005) que permiten conocer la respuesta a los tratamientos silviculturales en los diferentes tipos de bosque de Bolivia que están siendo evaluados en las principales ecorregiones forestales. Sin embargo el Ministerio del ramo pareció desconocer los resultados de la investigación realizada y/o las recomendaciones emergentes de la misma por lo que nunca se realizaron ajustes a los supuestos silviculturales y/o prescripciones de sostenibilidad establecidos en la normativa. 5.3.4. Realización de Auditorías Forestales En 1999 se realizó una auditoría forestal, a la Empresa San Antonio ubicada en la Reserva Forestal el Choré en el Departamento de Santa Cruz y cuya continuidad del Contrato a Largo Plazo (CLP) estaba condicionado a los resultados de la misma. Esta auditoría fue llevada a cabo en el marco de la Directriz Técnica N° 03/99 (RA 051/99 de 8 de julio de 1.999) sobre Inspecciones y Auditorias Forestales y la empresa continuó sus actividades hasta 2008. Se conoce en la Superintendencia Forestal una versión borrador del documento informe que fuera presentado por el consultor y no la versión final del mismo.
84

Posteriormente en la gestión 2002 se aprobó la segunda versión de la Normas Técnicas para Auditorías Forestales (ITE N° 01/2003 aprobada por RA 143/2002 de fecha 28 de noviembre de 2002) y deja sin efecto la DT 03/99 que no fue aplicada. En 2005 y con apoyo del proyecto BOLFOR II se realizó una nueva revisión a la norma (tercera) y se prepararon nuevos términos de referencia para las empresas que tenían la RA emitida por el Superintendencia Forestal, que dictaminaba la auditoría forestal. Nuevamente en la gestión 2008, con apoyo del IBIF se elaboró una nueva versión de la norma (cuarta) que es ajustada en campo (RA 052/2008 de fecha 25 de junio de 2008). Esta norma vigente es un documento guía para la realización de las Auditorías Forestales que establece el marco de referencia técnico y el procedimiento para el levantamiento de las diferentes variables (Criterios & Indicadores) en el campo y es de uso específico de los auditores forestales. Paralelamente se elaboró la Directriz Técnica IDF Nº 002/2008 para permitir la calificación y registro de empresas auditoras (RA 053/2008 del 26 de junio de 2008). Este documento tiene por objeto establecer las bases mínimas de calificación y registro de las Empresas Auditoras para habilitarse como proponentes en el proceso de Auditorias Forestales a concesiones forestales. Ya en la situación de implementar las auditorías forestales se elaboró el Documento Base para la Contratación de Empresas Auditoras Forestales (DBCEAF) y los Términos de Referencia Específicos para la Contratación de Empresas Auditoras (TRCAF), el cual establece los términos de referencia específicos para la convocatoria y/o concurso público de honorarios, la presentación de propuestas, apertura de sobres, calificación y adjudicación de empresas auditoras calificadas e independientes para realizar la Auditoría Forestal a las concesiones forestales. Con todo el paquete técnico y administrativo elaborado, se inició en 2008, el proceso con la publicación de la Primera Convocatoria para la realización de 16 Auditorías Forestales a concesiones forestales (Cuadro 12A) (El Deber en fecha 29 de junio y 20 de Julio) donde se presentó una sola Empresa Auditora con dos equipos que no lograron calificar. No habiendo Empresas Auditoras calificadas y registradas en la Superintendencia Forestal, se declaró desierta la mima 5.3.5. Emisión de Certificados Forestales de Origen La Superintendencia Forestal emitió un total de 697.032 CFO con un promedio de 63.367 CFO emitidos por año (Cuadro 34). Los CFO1 (241.071) y CFO2
85

(185.981) fueron los más emitidos por la Superintendencia Forestal seguidos del CFO6, CFO4, CFO3B, CFO3 y CFO3C, etc. Con relación a 1997 se observa una disminución del número de CFO emitidos en 1998 (de 56.404 a 36.416) y a partir de ese año, se verifica una tendencia a incrementarse en cantidad (a 117.038 en 2008) principalmente debido a la exigencias del uso de CFO1 a las empresas concesionarias por parte de la Superintendencia Forestal. Cuadro 34. Número de Certificados Forestales de Origen emitidos por año y tipo
Tipo de CFO
CFO 1 CFO 2 CFO 3 CFO 3A CFO 3B CFO 3C CFO 3D CFO 4 CFO 5 CFO 6 CFO 7A CFO 7B CEOR 1 CEOR 2 CFI A CFI B CFI NM CFO CERT1 CFO CERT2 CTF LPF Total 56.404 36.416 47.704 40.147 44.293 3014 709 7721 98 198 2327 348 40 5 10 174 283 60 2.305 52.838 180 1.504 62.012 107 1.267 71.217 84.818 84.145 117.038 49 17 34 36 110 82 261 126 65 406 222 383 198 408 144 373 431 2.106 114 5.930 563 869

Año
1998 1999
19.823 3.107 8.739 3.879 19.059 14.216

2000
12.601 4.262 1.803 3.358 1.798 561 2.520 450 4.251 573 377

2001
11.226 2.159 582 2.688 1.450 123 2.300 709 5.187 951 376

2002
13.030 11.856 2.002 1.507 4.970 2.096 230 2.107 732 4.731 661 371

2003
15.562 13.819 1.984 1.909 2.930 2.584 267 2.760 736 6.148 757 505

2004
19.800 15.175 1.693 2.920 2.717 3.996 528 4.891 913 5.948 1.082 485

2005
26.198 18.290 2.535 2.322 2.199 2.853 781 5.305 845 6.645 1.037 364

2006 2007
30.386 22.313 2.093 3.282 3.863 4.571 1.539 7.157 1.049 7.369 218 236 33699 20485 2413 3040 3408 4076 2051 5024 179 7014 1498 252

2008 Total
52.288 26.941 3.371 3.340 4.433 4.177 3.140 5.867 368 10.299 1.619 247 247.071 185.981 29.498 20.705 30.566 27.601 9.220 43.051 6.804 71.243 9.057 4.280 2.327 348 748 1.279 1.307 174 283 413 5.076 697.032

15.150 12.396

Fuente: Elaboración propia en base a Informes de la Superintendencia Forestal (1998 a 2008)

Una serie de variantes detectadas en cuanto al uso ilegal de los CFO permitió a la Superintendencia Forestal ajustar continuamente algunos procedimientos y establecer mecanismos de seguridad en los mismos (Cordero 2003).
86

5.3.6. Delegación de funciones a municipios El Superintendente Forestal delegó funciones específicas a 10 Alcaldías Municipales (una en 2001, 5 en 2003, 3 en 2005 y una en 2006) de los Departamentos de Santa Cruz (8), Potosí (1) y Chuquisaca (1) para ser cumplidas por sus Unidades Forestales Municipales (UFM) (Cuadro 35). El monitoreo de la delegación de funciones recayó en las Intendencias (Desarrollo Forestal, Jurídica, Social y Gerencia de Administración y Finanzas). Esta delegación estuvo dirigida a posibilitar por parte de las UFM, el control a la deforestación a través de inspecciones forestales, la autorización del aprovechamiento de madera en pequeños volúmenes para uso propio, la autorización de desmonte en pequeñas superficies, la emisión de CFO para productos secundarios, el decomiso provisional de productos ilegales y medios de perpetración y otros. Cuadro 35. Municipios con delegación de funciones del Superintendente Forestal
Año 2001 2003 Nº de RA 42/2001 16/2003 17/2003 23/2003 24/2003 25/2003 98/2005 125/2005 126/2005 80/ 2006 Fecha 17/05/01 19/02/03 19/02/03 26/02/03 26/02/03 26/02/03 26/07/2005 20/10/2005 20/10/2005 22/11/2006 Municipio Vallegrande San Julian Ayacucho - Porongo El Puente San Miguel de Velasco San Ignacio de Velasco Ascensión de Guarayos Villa Serrano Cotagaita Cabezas Departamento Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Chuquisaca Potosí Santa Cruz

2005

2006

Fuente: Elaboración propia en base a las Resoluciones de la Superintendencia Forestal (2001, 2003, 2005 y 2006)

Las instancias internas delegadas por el Superintendente Forestal para seguimiento y monitoreo de la delegación de funciones a los municipios mostraron muy poco o nada de interés en realizarlo. Una única RA, la 05/2007 (17 de enero de 2007) disuelve el Convenio Interinstitucional con el Municipio de Vallegrande por incumplimiento y por existir causales de resolución, se desconoce atras RA que disuelvan y/o rescindan otros convenios /o contratos con los municipios delegados por lo que esta delegación podría considerase aún vigente.

87

La Superintendencia Forestal no reportó resultados del monitoreo y/o seguimiento en ningún informe público. 5.4. Acciones de control de la ilegalidad La Superintendencia Forestal inició 9.557 procesos administrativos contra personas naturales y jurídicas que cometieron infracciones al Régimen Forestal de los cuales 5.430 cuentan con resolución ejecutoriada que representan 57% de los procesos instaurados (Cuadro 36). Cuadro 36. Número de Sumarios instaurados y con resolución ejecutoriada
Número de Sumarios Año 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 Total Instaurados 382 821 1.247 1.187 939 663 685 578 678 779 695 903 9.557 Con resolución Ejecutoriada (*) 624 841 430 798 572 431 382 382 346 314 310 5.430

Fuente: Elaboración propia en base a los Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008) (*) No informa sumarios con resolución ejecutoriada

Contreras - Hermosilla y Vargas (2002) opinan que para bien o para mal, la Superintendencia Forestal, encargada de los aspectos ejecutivos de la ley 1700, generalmente no pudo o se rehusó a aplicar toda la fuerza de la ley para el control de los delitos forestales. Por ejemplo, la Superintendencia mostró renuencia a decomisar y subastar maquinaria (tractores, camiones, sierras) utilizada en actos ilegales, limitando su acción solo al decomiso de madera ilegalmente extraída, a pesar de haber procedido con el remate de maquinaria pesada involucrada
88

en un desmonte ilegal en TPFP de la provincia Guarayos del Departamento de Santa Cruz en 1999. Especialmente el los ultimos cuatro años esta actitud demostró una institución débil o indiferente que no fue capaz de cumplir la ley a cabalidad, hecho que provocó el incremento de los delitos forestales. 5.5. Fiscalización
5.5.1. Recursos recaudados de Patentes, Volumen, Multas y Remates y Otras

La Superintendencia Forestal recaudó un total de Bs. 588.669.121 por concepto de Patentes, Multas y Remates (Bs. 442.603.683) y Otras Recaudaciones (Bs. 146.065.438) (Cuadro 37) haciendo un promedio recaudado de Bs. 49.055.760 por año en los 12 años. Con relación a 1997, las recaudaciones se incrementaron en 1998, disminuyeron hasta el 2000 y luego presentan una tendencia a incrementarse hasta 2006 para disminuir nuevamente en 2007 y 2008. Destaca 2006 por su mayor recaudación en el periodo de 12 años. Cuadro 37. Recaudaciones efectivas de la Superintendencia Forestal
Recaudaciones en Bs. Año 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 Total Patentes, Multas y Remates 47.971.093 55.271.870 38.341.441 24.078.327 27.123.402 30.284.865 30.388.698 34.632.845 32.613.589 44.452.439 39.392.719 38.052.395 442.603.683 Otras 4.516.887 4.647.236 4.064.587 9.448.721 14.093.872 8.275.983 9.496.310 13.555.877 15.814.509 20.208.310 20.422.306 21.520.840 146.065.438 Total (Bs) 52.487.980 59.919.106 42.406.028 33.527.048 41.217.274 38.560.848 39.885.008 48.188.722 48.428.098 64.660.749 59.815.025 59.573.235 588.669.121

Fuente: Elaboración propia en base a los Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

89

Con relación a 1997 se destaca del Cuadro 38 lo siguiente: La disminución en general de las recaudaciones por Patente por Superficie (mas la deuda) desde 1998 a 2008 (de Bs. 29.549.560 a Bs 7.257.708) con leves incrementos y disminuciones a 2006 presentándose una tendencia a disminuir una vez que se cancele la deuda existente. (A partir de 2001 la Superintendencia Forestal fue autorizada por el Ministerio del ramo a reprogramar el pago de la deuda de la Patente Forestal de las empresas concesionarias con el Estado hasta el año 2011). El incremento desde 1998 de las recaudaciones por Patente Desmonte (de Bs. 959.493 en 1998 a Bs. 20.402.142 en 2008). Fue generado en la ampliación de las fronteras agrícolas para cumplir la Función Económica y Social (FES) descrita en la Ley INRA y la Ley 1345 por parte de los propietarios privados de tierras. La disminución de las recaudaciones por volumen con relación a 1998 presentaron una tendencia a disminuir más allá de 2008 (de Bs. 17.462.040 a Bs. 5.612.908). Se observan las altas recaudaciones por este concepto en 1998 debido al Régimen de Excepción y la disminución de las mismas por el término de vigencia y/o devolución de los Contratos a Largo Plazo. Con relación a 1998, se destacó el incremento de las recaudaciones por Multas y Remates hasta el 2000 para luego disminuir hasta 2003 (de Bs. 6.351.274 a Bs. 1.544.136) y presentar una tendencia a incrementarse nuevamente más allá de 2008. Se observa la mayor recaudación el año 2000 por este concepto. Con relación a 2001 (inicio del pago) y exceptuando 2005 que no se reportó, se presenta la tendencia a disminuir el pago de deuda de Patente Superficie mas allá de 2008 (de Bs. 7.010.598 a 5.557.796) causado por la disminución del saldo de deuda de las empresas concesionarias. En 1999 una serie de factores imposibilitaron o dificultaron a los concesionarios el cumplimiento de las obligaciones de pago de la Patente Superficie. Quizás el factor fundamental fue la falta de previsión en la Ley 1700 respecto al establecimiento de un periodo de transición y adecuación a nuevas normas de aprovechamiento (Carden 2003) o el origen de la mora por el pago de la patente por superficie originada en la crisis económica regional y mundial que afectó al país a partir de las gestiones 1999 y 2000 donde se acumuló el 93% de la deuda total (Pattie y Rojas 2003).
90

Cuadro 38. Recaudación de recursos de patentes, volumen, multas y remates
Recaudación (en Bs.) Año Patente Superficie 29.549.560 24.257.660 18.666.471 4.736.015 2.475.313 3.754.220 2.113.713 1.846.259 8.673.716 5.501.242 1.941.433 1.699.912 105.215.514 9.683.268 5.640.231 5.557.796 45.752.625 7.010.598 6.840.319 6.174.765 4.845.648 Recuperación de la Patente Superficie Volumen 17.462.040 20.007.797 5.176.017 7.685.158 6.858.907 6.999.679 7.854.871 8.322.672 6.822.678 7.945.261 6.440.728 5.612.908 107.188.716 Patente Desmonte 959.493 8.553.094 10.479.877 5.305.880 6.396.822 9.713.252 12.701.213 17.032.327 13.774.503 17.867.094 22.035.211 20.402.142 145.220.908 2.453.319 4.019.076 6.351.274 4.381.762 2.977.395 1.544.136 2.585.939 3.342.692 3.455.574 3.335.116 4.779.637 39.225.920 Multas y remates Total 47.971.093 55.271.870 38.341.441 24.078.327 27.123.402 30.284.865 30.388.698 34.632.845 32.613.589 44.452.439 39.392.719 38.052.395 442.603.683

1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 Total

Fuente: Elaboración propia en base a los Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

Pattie y Rojas (2003) opinan que las decisiones ejecutivas adoptadas por la Superintendencia Forestal en esa oportunidad, al margen de la recuperación económica de las deudas en mora, logró que todas las empresas - aún las que no tuvieron actividad alguna - mantengan las áreas otorgadas bajo su responsabilidad precautelando que las tierras forestales no sean avasalladas. Si la Superintendencia Forestal hubiera aplicado lo dispuesto por Ley, se hubieran revertido las concesiones de más de 39 empresas que mantuvieron sus cuotas vencidas. Las implicaciones y consecuencias de este hecho hubieran sido de carácter técnico, político, económico y social ya que las concesiones constituyeron la base del funcionamiento del modelo forestal y sin su participación de acuerdo a varios autores, no hubiera sido posible llevar adelante el Régimen Forestal de la Nación. Otras Recaudaciones Por concepto de otras recaudaciones la Superintendencia Forestal recaudó la suma de Bs. 146.065.438 que son recursos propios y no coparticipables. (Cuadro 40). Estos recursos se originaron en la venta de CFO (32%), Tarifa de Regulación (20%), ventas y servicios (10%), no discriminadas (9%), transferencias de

91

FONABOSQUE (8,6%), donaciones (8%), inscripciones y reinscripciones (4%), intereses (4%), otras (3%) y ganancia de operaciones bancarias (1%). Asimismo, de acuerdo con el Cuadro 39, se destaca lo siguiente: Con relación a 1997 una tendencia positiva de incremento del total de “otros ingresos” más allá de 2008 (de Bs. 4.516.887 a Bs. 21.520.840) significando para la Superintendencia Forestal una menor dependencia de la Patente Superficie para su funcionamiento. Con relación a 2003 (año de inicio del cobro de la TRF), el incremento de la Tarifa de Regulación (excepto el año 2004) en el año 2005 hasta llegar a un tope en 2006 (de Bs. 2.148.121 a Bs. 7.531.301) y presenta una tendencia a disminuir a 2008 (6.794.386). La disminución de la TRF se debe a la reducción del número de concesiones forestales y/o de superficie de éstas. Se verifica con relación a 1999 (exceptuados los años 1997, 1998 2000, 2001 y 2004 por no encontrase la información discriminada sobre este ítem en los informes) la tendencia a incrementar los recursos generados por la venta de Formularios (CFO) (de Bs. 2.372.054 a Bs. 10.401.407). Llama la atención la disminución de los recursos provenientes de la inscripción y reinscripción de profesionales y empresas relacionadas con el sector forestal si observamos que su número ha ido incrementándose progresivamente. Los recursos provenientes de patentes forestales, multas y remates significaron el 75% del total recaudado mientras que otras recaudaciones significaron el 25% restante. 5.5.2. Recursos coparticipados La Superintendencia Forestal coparticipó en 12 años un total aproximado de Bs. 451.035.917 (Cuadro 40) con Prefecturas (23%), FONABOSQUE (22%), Municipios (17%) y Superintendencia Forestal (38%) de acuerdo a Ley. Representan por su importancia excepto los recursos no discriminados por ítem (24%), la Patente por Desmonte (29%) seguida de la Patente Superficie (más deuda) (23%) y Multas y Remates (7%). Los recursos coparticipados por la Superintendencia Forestal a todas las instituciones coparticipantes presentan una tendencia a disminuir con el tiempo debido principalmente a la reducción de la superficie bajo concesión forestal, saldo de la deuda, (en caso de Prefecturas y Municipios esta reducción no se notó por lo ingresos cada vez mas importantes del IDH), al pago por volumen e
92

incremento continuo de recursos provenientes de la Patente Desmonte principalmente debido a la mayor superficie sometida al cambio de uso de la tierra. Cuadro 39. Otras recaudaciones (en Bolivianos)
Año Tarifa de Regulación (TRF) Venta Formularios Inscripciones Reinscripciones Ventas y Servicios Ganancia Operaciones Bancarias Donaciones Transferencia de FONABOSQUE Intereses Otras No discriminadas/ item TOTAL

1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 Total 5.414.514 7.791.223 7.531.301 6.794.386 29.679.545 8.020.853 8.501.964 9.532.173 10.401.407 47.535.500 1.059.042 972.793 896.314 6.137.132 2.148.121 3.438.958 5.268.091 541.682 536.987 2.372.054 1.065.157 1.065.157

4.516.887 3.442.810 14.868 44.011 3.561.928 3.208.591 47.628 217.240 367.985 115.322 124.401 240.859 2.641.701 1.040.412 3.789.837 384.542 867.140 3.000.000 9.500.000 342.506 197.464 127.629 137.521 176.107 13.555.877 2.379.142 104.785 887.133 2.105.704 14.730.216 807.054 11.319.374 12.500.000 2.629.463 1.397.368 1.171.116 6.065.087 121.833 101.538 151.913 3.735.653 13.555.877

4.516.887 4.647.236 4.064.587 9.448.721 14.093.872 8.275.983 9.496.310 13.555.877 15.814.509 20.208.310 20.422.306 21.520.840 146.065.438

Fuente: Elaboración propia en base a los Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

Cuadro 40. Coparticipación de los recursos del RF
Descripción Multas y remates Recuperación Patente Superficie Patente Superficie Volumen No discriminados/ítem Patente Desmonte Total Total (Bs.) 32.743.703 50.588.823 51.828.492 79.599.149 106.823.577 129.452.173 451.035.917

Fuente: Elaboración propia en base a los Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

93

Prefecturas Los recursos coparticipados con 7 prefecturas de Departamento, sumaron un total de Bs. 103.178.353 (Cuadro 41). Representa la Patente por Superficie el 41%, Volumen 30%, Patente Desmonte 17% no discriminados el año 1997 el 10%. El total de los recursos que se coparticiparon con Prefecturas presenta una tendencia a disminuir año a año (de Bs. 11.250.112 en 1997, 16.451.139 en 1998 a Bs. 7.715.976 en 2008). Con relación al año 1998 (por no encontrase la información discriminada por este concepto en 1997) se verifica en general que: Los recursos coparticipados de la Patente Superficie con Prefecturas (más la deuda) presentan una tendencia a disminuir más allá de 2008 (de Bs. 8.530.392 a Bs. 2.540.198) aún con el pago de la deuda de Patente Superficie. Los recursos coparticipados del pago de la deuda por Patente Superficie a Prefecturas de Empresas concesionarias presentan una tendencia a disminuir (de Bs. 2.449.358 a 1.945.019 a 2008). Los recursos coparticipados por Volumen con Prefecturas presentan una tendencia a disminuir a 2008 (de Bs. 6.956.533 a Bs. 1.964.231). Los recursos coparticipados por Patente Desmonte con Prefecturas presentan una tendencia general a incrementarse a 2008 (de Bs. 964.214 a Bs. 2.671.547). Municipios Los recursos coparticipados por la Superintendencia forestal a los municipios, alcanzaron la suma de 78.889.786 (distribuidos en un promedio de 114 municipios/año) (Cuadro 42). Patente Superficie (38%), Volumen (28%), Patente Desmonte (23%) y los recursos no discriminados en el año 1997 (10%). El total de los ingresos de los recursos que se coparticiparon con Municipios tiende a disminuir (de Bs. 8.084.001 en 1997, 12.026.696 en 1998 a Bs. 5.888.997 en 2008). Con relación al año 1998 (por no encontrase la información discriminada por este concepto en 1997) se verifica en general que los recursos coparticipados de la Patente Superficie (mas deuda) con Municipios presentan una tendencia a disminuir a 2008 (de Bs. 6.098.876 a Bs. 1.814.427).

94

Cuadro 41. Coparticipación de los recursos del Régimen Forestal con Prefecturas
Coparticipación (en Bs.) Año 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 Total Patente Superficie 8.530.392 6.533.135 1.657.628 866.360 1.313.736 739.690 648.341 677.676 1.925.435 679.501 595.179 24.167.073 Deuda Patente Superficie Volumen Recursos Patente sin detalle/ Desmonte item 11.250.112 964.214 1.230.064 558.038 726.658 1.146.270 1.583.355 2.209.195 1.670.272 2.340.341 2.932.188 2.671.547 11.250.112 Total 11.250.112 16.451.139 9.589.301 4.905.528 6.442.994 7.303.468 7.233.418 7.458.085 7.092.477 10.435.831 7.840.024 7.175.976 103.178.353

2.449.358 2.389.918 2.161.168 1.695.977 2.357.852 3.389.144 1.974.081 1.945.019

6.956.533 1.826.102 2.689.862 2.400.618 2.453.544 2.749.205 2.904.572 2.386.677 2.780.911 2.254.254 1.964.231

18.362.517 31.366.509 18.032.142

Fuente: Elaboración propia en base a los informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

Los ingresos de los recursos coparticipados con Municipios por Volumen presentan una tendencia a disminuir (de Bs. 4.972.606 a Bs. 1.403.023 en 2008). Los ingresos de los recursos coparticipados con Municipios por Patente Desmonte presentaron una tendencia a incrementarse a 2007 (de Bs. 964.214 a Bs. 2.932.188) y a decrecer en 2008 (Bs. 2.671.547).

95

Cuadro 42. Coparticipación de los recursos del Régimen Forestal con Municipalidades
Coparticipación (en Bs.) Año 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 Total (Bs) Nº de Municipios 100 104 110 117 126 112 109 111 107 124 125 127 Patente Superficie * 6.089.876 4.669.740 1.184.054 618.828 938.430 528.351 465.349 484.023 1.375.311 485.358 425.147 17.264.467 Deuda Patente Superficie * * * * 1.749.541 1.707.085 1.543.691 1.211.412 1.684.181 2.420.817 1.410.058 1.389.280 13.116.065 Volumen * 4.972.606 1.301.088 1.921.233 1.714.727 1.752.488 1.963.718 2.071.595 1.695.669 1.986.362 1.610.183 1.403.023 22.392.692 Patente Desmonte * 964.214 1.230.064 558.038 726.658 1.146.266 1.583.355 2.209.266 1.670.624 2.340.341 2.932.188 2.671.547 18.032.561 Recursos sin detalle/ítem 8.084.001 ** ** ** ** ** ** ** ** ** ** ** 8.084.001 Total 8.084.001 12.026.696 7.200.892 3.663.325 4.809.754 5.544.269 5.619.115 5.957.622 5.534.497 8.122.831 6.437.787 5.888.997 78.889.786

*No Informa. **Discrimina a detalle la información Fuente: Elaboración propia en base a los Informes de la Superintendencia Forestal 1997 a 2008)

FONABOSQUE Los recursos coparticipados a FONABOSQUE por la Superintendencia Forestal sumaron un total de Bs. 97.572.815 (Cuadro 43): Patente Desmonte (32%) , los recursos no discriminados de las gestiones 1997, 1998 y 1999 (31%), Multas y Remates (22%), Patente Superficie (8%) y Volumen (7%). El total de los recursos que se coparticiparon con FONABOSQUE luego de alcanzar un tope máximo en 1998 (Bs. 18.650.620) y un tope mínimo en 2001 (Bs 4.401.083) tienden a incrementarse a 2008 (Bs. 9.975.818) por el aumento de los recursos provenientes de Multas y Remates (de Bs. 1.314.528 en 2003 a Bs. 3.345.745 en 2008). Se verifica en general con relación a 2000 (por no encontrase la información discriminada por este concepto en 1997, 1998 y 1999) que los recursos provenientes de la Patente Superficie (mas deuda) se incrementaron hasta 2006 (de
96

Bs. 473.608 a 1.518.451)) y presentan una tendencia a disminuir (a Bs. 725.770 en 2008). Los recursos coparticipados de la deuda por Patente Superficie a FONABOSQUE presentan una tendencia a disminuir a 2008 (de Bs. 699.816 a Bs. 555.719) luego de un incremento máximo en 2006. Los recursos coparticipados por Volumen presentan una tendencia a disminuir (de Bs.768.516 a Bs. 561.208). Los recursos coparticipados por Patente Desmonte presentan una tendencia a incrementarse (de Bs. 1.116.076 a Bs. 5.343.095). Los recursos coparticipados por Multas y Remates presentan una tendencia a incrementarse desde 2003 luego de una disminución desde 2000 (Bs 4.445.892 a Bs. 1.080.895) (Cuadro 43). Cuadro 43. Coparticipación de los recursos del Régimen Forestal con FONABOSQUE
Coparticipación (en Bs.) Año Patente Superficie (Bs) Recuperación de la Patente Superficie (Bs) Volumen (Bs) Patente Desmonte (Bs) Multas y Remates (Bs) Recursos sin detalle/ítem (Bs) 4.068.126 18.650.620 7.696.792 473.608 247.531 375.353 211.340 186.265 193.691 550.124 194.143 170.051 2.602.106 699.816 682.834 617.476 484.565 673.672 968.327 564.023 555.719 5.246.432 768.516 685.891 701.012 785.487 836.752 682.268 794.320 644.073 561.208 6.459.527 1.116.076 1.453.317 2.292.541 3.166.700 4.414.073 3.350.878 4.680.682 5.864.375 5.343.095 31.681.737 4.445.892 1.314.528 2.076.891 1.080.895 1.810.157 2.339.884 2.418.902 2.334.581 3.345.745 21.167.475 30.415.538 Total (Bs) 4.068.126 18.650.620 7.696.792 6.804.092 4.401.083 6.128.631 5.861.898 7.731.812 7.240.393 9.412.355 9.601.195 9.975.818 97.572.815

1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 Total

Fuente: Elaboración propia en base a los Informes de la Superintendencia Forestal 1997 a 2008)

Superintendencia Forestal Los recursos coparticipados correspondientes a la Superintendencia Forestal, sumaron un total de Bs. 171.394.963 (Cuadro 44). Patente Desmonte (36%), los
97

recursos no discriminados en las gestiones 1997,1998 y 1999 (33%), Patente Superficie (13%), Volumen 11%, Multas y Remates (7%). El total de los ingresos provenientes de la coparticipación luego de alcanzar un tope máximo en 1997 (Bs. 24.568.855) y un tope mínimo en 2001 (Bs 9.569.659) presentaron una tendencia de incremento hasta 2006 (Bs. 16.481.422) para luego disminuir en 2007 y 2008. Con relación a 1997 se destacó la disminución de los recursos totales recibidos hasta 2000 (de Bs. 24.568.855 a Bs. 9.569.659) presentando una tendencia a mantenerse mas allá de 2008 (15.011.600) después del incremento de 2006 (Bs. 16.481.422). Y en relación a 2000 (por no encontrase la información discriminada por este concepto en 1997, 1998 y 1999) se destaca: El incremento de los recursos provenientes de la Patente Superficie (mas deuda) hasta 2006 (de Bs 1.420.725 a Bs. 4.555.352) presentándose una tendencia a disminuir a 2008 (2.177.311). La disminución de los recursos por Volumen coparticipados a 2008 (de Bs. 2.305.547 a Bs. 1.684.446) La tendencia a incrementar los recursos coparticipados por Patente Desmonte a 2008 (de Bs. 3.073.727 a Bs. 9.715.952). EL incremento de los recursos por Multas y Remates hasta 2001 (de Bs.1.905.382 a Bs. 3.067.322) luego a disminuir en 2003 (Bs 463.241) y a partir de este año presenta la tendencia a incrementarse mas allá de 2008 (Bs. 1.433.891). El incremento de los recursos coparticipados de la deuda por Patente Superficie (mas deuda) hasta 2006 (de Bs. 211.883 a Bs. 2.904.980) presenta una tendencia a disminuir a 2008 (Bs. 1.667.177). Transferencia de recursos propios a otras instituciones De acuerdo a sus informes, la Superintendencia Forestal transfirió (fuera de lo definido por la Ley 1700) de sus recursos propios, (artículo 51º del DS 26389 del 8 de noviembre de 2001 y artículo 1º del DS 26577 del 3 de abril de 2002) al SIRENARE, Superintendencia de Servicio Civil (SSC) y en 2008 para pago de salarios del personal del FONABOSQUE.

98

Cuadro 44. Coparticipación de los recursos provenientes del Régimen Forestal con la Superintendencia Forestal
Año Patente Superficie (Bs) Recuperación de la Patente Superficie (Bs) Volumen (Bs) Patente Desmonte (Bs) Multas y Remates (Bs) Recursos sin detalle/ítem (Bs) 24.568.855 18.650.620 13.854.451 1.420.725 742.593 1.126.748 634.019 546.303 581.523 1.650.372 582.429 510.134 7.794.846 211.883 2.060.482 1.852.429 1.453.694 2.021.095 2.904.980 1.692.069 1.667.177 13.863.809 2.305.547 2.057.672 2.092.591 2.356.461 2.509.754 2.058.064 2.383.668 1.932.218 1.684.446 19.380.421 3.073.727 3.490.189 4.963.351 6.367.803 8.199.793 7.082.728 8.505.730 10.306.460 9.715.952 61.705.733 1.905.382 3.067.322 890.596 463.241 775.781 1.002.808 1.036.672 1.000.535 1.433.891 11.576.228 57.073.926 Total (Bs) 24.568.855 18.650.620 13.854.451 8.705.381 9.569.659 11.133.768 11.673.953 13.485.325 12.746.218 16.481.422 15.513.711 15.011.600 171.394.963

1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 Total

Fuente: Elaboración propia en base a los Informes de la Superintendencia Forestal 1997, 1998, 1999, 2000, 2001, 2002, 2003, 2004, 2005, 2006, 2007 y 2008

5.6. Participación de los demás Organismos del Régimen Forestal 5.6.1. Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras (ex MDSMA, ex MDRAyMA) En el marco de las atribuciones de la Ley 1700, el MDSMA elaboró y difundió normas complementarias a la Ley Forestal y/o ajustes al Marco técnico - legal del Régimen Forestal. Andaluz (2009) hizo notar sobre la importancia de producir en un sólo año (del 12 de julio de 1996 al 31 de julio de 1997) trece cuerpos normativos complementados e integrados estructuralmente con el objeto de poner en marcha el Régimen Forestal de la Nación como una maquinaria jurídico - institucional destinada a la conservación y el aprovechamiento sostenible de los bosques naturales del país. Posteriormente el Ministerio continuó emitiendo normas complementarias y/o interpretativas de la Ley 1700 y otros mecanismos entre los cuales se destacan:
99

Mapa de Tierras de Producción Forestal Permanente (TPFP) de Bolivia (DS 26075 (16 de febrero 2001): la superficie determinada en este mapa es de 41.235.487 ha de las cuales 28.190.625 ha se encuentran si restricción (68%), 2.364.670 ha con restricciones (6%) y 10.680.192 ha de Áreas Protegidas (26%). Norma Técnica para Elaboración de Planes de Manejo de Castaña (Bertholletia excelsa Humb & Bonpl.): aprobada mediante RM 077/2005 (28 de marzo de 2005). Norma para el Aprovechamiento Comercial Sostenible de Recursos Forestales No Maderables en Bosques y Tierras Forestales Naturales: aprobada mediante la RM 22/2006 (19 de enero de 2006). Recién en 2001 el el Ministerio entregó a la Superintendencia Forestal el Programa de Otorgación de Concesiones Forestales a Agrupaciones Sociales del Lugar, emitiéndose para el efecto 28 Resoluciones Ministeriales de aprobación de concesiones forestales para ASL, ubicadas en una superficie de 671.645 ha de Áreas de Reserva Forestal Municipal (Cuadro 45).en beneficio de más de 717 socios (MDRAyMA 2007 (b)) Cuadro 45. Número de resoluciones, superficie solicitada y autorizada por el MDRAyMA a ASL
Año 2001 2002 2004 2005 Total No de RM de Aprobación 16 1 3 8 28 Superficie Solicitada Superficie Autorizada (ha) (ha) 423.277 422.426 15.462 15.482 85.506 85.504 151.671 148.233 675.916 671.645

Fuente: Elaboración propia en base a MDRAyMA 2007 (b)

Se desconoce el número total de solicitudes de concesión por parte de nuevas ASL ya que la Superintendencia Forestal no reporta esta información. Méndez (2006) señala que la superficie otorgada en concesiones a las ASL, tendría posibilidades de alcanzar a más de un millón de hectáreas, ya que que el gobierno habría aprobado decretos supremos privilegiando la dotación de tierras fiscales a favor de comunidades indígenas y campesinas, en desmedro de las Agrupaciones Sociales del Lugar (ASL), a quienes se ha empeñado en convertirlas en comunidades ficticias y contraviniendo los Art. 25º inciso a) y 31º de la Ley Nº 1700
100

En 2003 a requerimiento del Ministerio del ramo, el Gobierno de Gonzalo Sánchez de Lozada emitió el DS 27024 que reglamentó el inciso e) del Parágrafo I del artículo 34º y el artículo 36º de la Ley 1700 a objeto de reducir la patente forestal y reactivar el sector (que este tenía una deuda por Patente por Superficie de cerca de nueve millones de dólares hasta mayo de 2003). Al respecto Andaluz y Mancilla (2006) y Méndez (2006) coinciden con relación al valor de la Patente por Superficie, que durante casi 6 años mantuvo una excesiva discriminación positiva entre los diversos actores forestales, porque las empresas pagaban $us 1/ha calculado por la totalidad de su área aprovechable; mientras que las ASL alrededor de $us 0,40/ha y las TCO y propietarios privados (incluyendo Comunidades) pagaban $us 1/ha calculado sobre el Área Anual de Aprovechamiento. Desde la emisión de este decreto todos los actores forestales vienen pagando por la triple AAA y las empresas concesionarias pagan adicionalmente la Tarifa de Regulación Forestal.
Este decreto sin embargo, al reducir el pago por Patente Superficie por parte de los concesionarios forestales (a 20 veces menos) disminuyó sustancialmente los ingresos de los municipios y prefecturas que perciben menos recursos por este concepto, dejando el Estado de recaudar un porcentaje importante de lo que percibía cada año antes de 2003. Se debe destacar que previo a la implementación de la Ley 1700 el Gobierno de Bolivia a través de recursos concurrentes con USAID, posibilitó la implementación del proyecto BOLFOR cuyos objetivos entre otros fueron los de desarrollar políticas públicas, fortalecer la institucionalidad del Régimen Forestal, facilitar el desarrollo sostenible de los bosques de Bolivia, incrementar los beneficios que las comunidades bolivianas perciben por el manejo sostenible de los bosques naturales, mejorar las prácticas empresariales a fin de incrementar la comercialización interna y externa de los productos forestales Quedaron pendientes para el MDSMA, la otorgación de Concesiones Forestales vía Licitación Pública y la adecuación de las normas técnicas en base a los resultados de la investigación y/o las recomendaciones realizadas por el IBIF principalmente en lo que respecta a los supuestos silviculturales y/o prescripciones de sostenibilidad. 5.6.2. FONABOSQUE El FONABOSQUE estuvo ausente durante los 12 años de implementación del Régimen Forestal a pesar que sus estatutos fueron elaborados en 1997 (DS. 24759
101

del 31 de julio de 1997). El FONABOSQUE fue originalmente previsto como una entidad pública con personalidad jurídica de derecho público, con autonomía técnica, administrativa, económica y financiera y con la amplia finalidad de promover el financiamiento para la utilización sostenible y la conservación de los bosques y las tierras forestales. Sin embargo acabó como una simple cuenta como fuente de financiamiento (Andaluz 2009). Según Pacheco (2008), El FONABOSQUE no funcionó nunca por la falta de voluntad política para ponerlo en marcha, además que poner a funcionar instancias públicas nuevas es también muy político y conflictivo aun reglamentada en este caso su organización pero no el manejo de sus fondos que continuaban retenidos y que no se los usó principalmente por exceso de temor al mal uso de los mismos (Chavez 2006). Desde 1997 FONABOSQUE recibió de los recursos coparticipados del Régimen Forestal un total de Bs. 97.572.815 (Cuadro 13A), de los cuales la Superintendencia Forestal dispuso mediante leyes emitidas por el Ejecutivo un total de Bs 28.170.350. Para su operatividad (pago de salarios) en 2008, la Superintendencia Forestal transfirió Bs. 44.461 5.6.3. Prefecturas Pattie y Aguilar (1997), consideran que las Prefecturas constituyeron instituciones importantes en el nuevo Régimen Forestal aunque Carden (2003) y Pacheco (2002) aseguran que estas reparticiones públicas se interesaron muy poco en implementar las funciones que les fueron transferidas por la Ley Forestal realizando un trabajo no planificado sino de respuesta a iniciativas de corto plazo y muchas veces guiadas por motivaciones políticas. El último autor afirma que las prefecturas departamentales fueron las mayores ausentes de este proceso a no ser por acciones puntuales de fortalecimiento institucional realizadas por la Prefectura de Santa Cruz destinadas a equipar a las UFM y capacitar a los técnicos trabajando en ellas. Únicamente la Prefectura de Santa Cruz, esporádicamente la de La Paz y más recientemente la de Pando, fueron las más activas tratando de implementar con diversas dificultades algunas de sus atribuciones. Los resultados de la ejecución de planes de desarrollo forestal departamentales o programas y proyectos de inversión pública en investigación y extensión técnicocientífica en el campo forestal y la agroforestería por parte de las prefecturas son en general desconocidos.
102

La atribución de disponer el auxilio oportuno y eficaz de la fuerza pública solicitado por la Superintendencia Forestal para el cumplimiento real y efectivo del Régimen Forestal fue asumida en ocasiones muy puntuales (principalmente realizada en asentamientos ilegales en concesiones forestales y en protección de la Reserva Forestal El Chore en Santa Cruz). Los autores considera que a partir de 2006 el Ejecutivo privó de esta atribución a los gobiernos departamentales. Por su parte Carden (2003), menciona que existe una opinión casi unánime en el sentido de que las prefecturas deberían ser excluidas totalmente de la coparticipación de los recursos originados en el sector forestal. 5.6.4. Municipalidades La nueva Ley Forestal posibilitó la transferencia de responsabilidades forestales a las municipalidades (Pacheco 2006). Fue en parte consecuencia indirecta del proceso de descentralización, en parte resultado de las luchas regionales para asegurar que regiones forestales se beneficiaran del aprovechamiento de madera y, en menor grado, una respuesta al creciente consenso internacional en favor de una mayor participación local en el manejo de recursos forestales (Kaimowitz et al. 2000). En los municipios es poco lo que se hizo para incorporar una visión de desarrollo local basada los recursos forestales y se sigue pensando que el uso de los mismos debe ser ordenado y fiscalizado desde arriba (Pacheco 2006). Según el gobierno central los gobiernos municipales en general demostraron poco interés en sus bosques y tuvieron un papel muy ambiguo en la gestión forestal (MDRAyMA 2008) por lo que se puede concluir que los resultados de la descentralización forestal han sido ambiguos, influidos por la economía política propia de cada uno de los municipios (Larson et al.2006). Respecto a la creación de las Unidades Forestales Municipales (UFM), Contreras-Hermosilla y Vargas (2002) afirman que algunos gobiernos municipales se resistieron a la creación de sus UFM aún a pesar que contaban con los recursos suficientes pues sus requerimientos son costosos. Sin embargo esto no impidió que algunos crearan sus UFM y/o dedicaran recursos de sus presupuestos regulares a actividades relacionadas con los bosques, reflejando por lo menos en parte, un interés genuino por el tema (Pacheco 2006). Las UFM se constituyeron para algunos gobiernos municipales en sus únicas unidades técnicas, sobre todo en aquellos alejados y con poca población, como los del departamento de Pando y/o el norte de La Paz, muchos de los cuales tienen importantes recursos forestales (Pacheco 2006) y sus ingresos por copar103

ticipación (patentes, multas y remates) fueron mayores a sus ingresos regulares (coparticipación popular). Su implementación y operatividad tuvo el apoyo y colaboración de las Prefecturas de Santa Cruz, en el marco del Proyecto de Apoyo a la Coordinación e Implementación del Plan de acción Forestal para Bolivia (FAO-PAFBOL), y Pando. Por otra parte, recibieron también el apoyo de la Cooperación Internacional (Embajada Real de los Países Bajos) a través de proyectos de fortalecimiento institucional desarrollados en 1998 y 1999 con algunos Municipios de Beni para implementación de UFM (Riberalta y Rurrenabaque), del Proyecto forestal de la FAO en el Chapare (Villa Tunari e Ivirgarzama) y del proyecto BOLFOR desde el año 2000. Así mismo las UFM tuvieron el apoyo de ONGs como Veterinarios sin Frontera (VSF) (Rurrenabaque), PROMAB e IPHAE en Riberalta y Pando, entre otros (Pacheco y Kaimowitz 1998) Fue evidente que los montos recibidos por la mayoría de los municipios no fueron suficientes para el financiamiento de las UFM, aún cuando éstas contaran con un sistema de manejo ideal de los recursos (Carden 2003). Con respecto a la importancia del papel desarrollado por las UFM, Anderson (2004) aseguró que el municipio desempeñó un papel muy importante en cuanto a facilitar el acceso de pequeños propietarios y comunidades rurales a derechos formales de aprovechamiento. Según este autor, el 95% de los casos de usuarios que adquirieron derechos formales, sucedieron en municipios que contaban con una UFM. Para Pacheco (2006) las UFM concentraron principalmente sus actividades en la clasificación de Áreas de Reserva Forestal Municipal (ARFM), en el apoyo a la creación de ASL, así como en la elaboración de planes de manejo y de desmonte, ya que la respuesta a la fiscalización del uso de recursos forestales y la conversión de bosques, fue ambivalente porque estuvieron más interesadas en el control de desmontes ilegales debido a los beneficios directos en los ingresos municipales que en la fiscalización de actividades forestales informales. En cuanto al uso de los recursos coparticipados, los gobiernos locales en general consideraron estos recursos financieros en el mismo nivel que los destinados a gastos discrecionales (Contreras-Hermosilla y Vargas, 2002). La Superintendencia Forestal no hizo cumplir el requerimiento legal que establece que las Prefecturas y Municipios deben utilizar estos recursos en actividades relacionadas con el manejo sostenible del bosque en el marco de la Ley Forestal.
104

Por otra parte, las UFM establecieron buenas relaciones de coordinación con las UOB de la Superintendencia Forestal basadas en la necesidad de ampliar su capacidad operativa y de legitimar sus acciones ante las poblaciones y gobiernos municipales, para lo cual se delegaron formalmente funciones a las UFM. (Pacheco, 2006). Sin embargo un diagnóstico realizado en 2005 en el marco del Proyecto PRINS, asegura que la mayoría de las relaciones fueron totalmente informales y de carácter muy personal (de técnico de UOB a técnico de UFM) sugiere y que estas deberían formalizarse. En general según Contreras-Hermosilla y Vargas (2002) y los autores, perciben que la coordinación entre los Municipios y la Superintendencia Forestal fue deficiente, aunque en sus informes reportan un promedio anual de 1600 acciones de apoyo en la promoción y capacitación, control, facilitación, logística y resolución de conflictos. en las gestiones 2004, 2005 y 2006. En cuanto a la difusión de la normativa del sector forestal, se desconoce en general que los organismos del Régimen Forestal implementaran en alguna gestión un programa permanente estipulado en la Ley.cordinado 5.6.5. Agentes Auxiliares Cordero (2003) opina que los agentes auxiliares constituyeron una de las herramientas menos utilizadas y con mayor potencial en el Régimen Forestal. Sin embargo Andaluz (2009), consideró “que es una ficción jurídica crear una red de agentes coadyuvantes al control oficial, haciendo de los ingenieros y técnicos al servicio de los usuarios forestales, sus funcionarios auxiliares, cuyos informes y documentos merecen fe pública (artículo 27.II de la ley Forestal), pero cometen figura agravada de falsedad ideológica o material en caso de defraudar la confianza depositada por el Estado (artículo 42º parágrafo II de la Ley, que remite a los artículos 198º, 199º, 200º y 203º del Código Penal)”. La participación de los Agentes Auxiliares fue muy importante positiva y negativamente en la implementación del Régimen Forestal. Un promedio anual de 186 Agentes Auxiliares fueron responsables en la elaboración e implementación de instrumentos de gestión forestal, por otra parte delitos en contra del Régimen Forestal fueron comúnmente cometidos por o con la participación de los mismos (en muchos casos por la falta de verificación y seguimiento en campo por parte de los funcionarios de la SF). Estos delitos se enmarcaron principalmente en el aprovechamiento ilegal ocurridos entre otros en las siguientes situaciones:
105

Aprovechamiento autorizado por la Superintendencia Forestal pero la extracción del producto no fue realizado en el área autorizada sino en otra o en varias áreas diferentes. Una variante detectada, es el cambio de árboles de menor calidad con árboles de mejor calidad cortados en otras áreas no autorizadas. Cambio para su extracción de árboles de menor calidad con árboles semilleros determinados en el POAF. Sobreestimación de volúmenes de las especies más valiosas en los POAF, con el fin de obtener autorización de volúmenes que no existen en el área autorizada pero al estar autorizados y respaldados con CFO, son cortados de otras áreas. Uso ilegal de los CFO que son llenados con información falsa, sobre volumen y especies que se encuentran siendo transportadas. El uso repetido del mismo CFO en diferentes viajes en el que el transportista viaja con el CFO en blanco con la esperanza de no ser detectado y poder llegar a su destino final sin haber utilizado ese CFO. Transporte de especies no autorizadas mezcladas con otras autorizadas utilizando un mismo CFO Falsificación de CFO Venta de CFO (ya sea por ASL, Comunidades, TCO, concesionarios forestales) En los centros de procesamiento, operar con una proporción de materia prima legal e ilegal. Principalmente en los aserraderos no se encuentran vinculados a una concesión u otra fuente permanente de materia prima. La manipulación de sus porcentajes de rendimiento y de recuperación para obtener los CFO2 para el transporte mayor volumen de madera aserrada, Es el contexto mencionado anteriormente se realizaron varios procesos contra Agentes Auxiliares concluyendo algunos en ninguna sanción, en sanciones de inhabilitación temporal y una única inhabilitación indefinida para desarrollar sus actividades en el marco del Régimen Forestal. La Superintendencia Forestal en el año 2007 trató vanamente de suscribir un convenio con el Colegio de Ingenieros Forestales de Bolivia (CIF) y la Sociedad de Ingenieros de Bolivia (SIB), para que su Tribunal de Honor conozca los casos de denuncias contra los agentes auxiliares no sólo de parte de la Institución sino de sus propios clientes y colegas y determine las sanciones correspondientes.

106

5.7. El Impacto del Régimen Forestal en el Manejo y Conservación El Régimen Forestal introdujo cambios importantes en el sistema público con la separación de las funciones normativas en el Ministerio competente, la regulación, fiscalización y control en la Superintendencia Forestal y la de financiamiento en el FONABOSQUE (MDRAyMA 2008), puso gran énfasis en la descentralización, transfiriendo una serie de responsabilidades y financiamiento a las prefecturas y a los municipios (Contreras-Hermosilla y Vargas 2002) y promovió la ordenación forestal sostenible, disminuyó la corrupción en la recaudación de las patentes forestales, aumentó la renta forestal para el Estado y democratizó el acceso a los recursos forestales al reconocerse los derechos sobre los bosques a propietarios individuales y colectivos (MDRAyMA 2008). Es en ese marco que el sector forestal boliviano cambió significativamente ya que pasó de un sistema de explotación no planificado en manos de motosierristas y operadores de “skidder”, a un sistema de aprovechamiento de bajo impacto basado en planes de manejo elaborados por técnicos y profesionales forestales capacitados (Camacho et al 2006). Pavez y Bojanic (1998) coinciden con MDRAyAMA (2008) que los ganadores con el nuevo Régimen Forestal fueron tambien las comunidades indígenas, los madereros informales y los propietarios privados, al conseguir el derecho exclusivo de aprovechamiento forestal comercial en sus territorios o propiedades. El Régimen Forestal no consideró en su debida magnitud la importancia de la sostenibilidad del bosque ya que sesgó gran parte de su normativa al aprovechamiento maderable y dejo en libertad la aplicación de prácticas pre y post aprovechamiento como otros mecanismos de sostenibilidad. No fue eficaz para derrotar la tala ilegal estimándose en alrededor del 50% de la madera que se vende en el mercado nacional proviene de fuentes ilegales (Boscolo y Vargas, 2003; Contreras y Vargas, 2001). Ya en 2008 Martínez (2008) ex Superintendente Forestal reconoció que el Régimen Forestal se encontraba debilitado debido a que las reglas de juego que fueron creadas para regular el manejo forestal y la Superintendencia Forestal encargada de fiscalizar su cumplimiento, fueron rebasadas y los sistemas de control y fiscalización vulnerados Por su parte Contreras-Hermosilla y Vargas (2002) aseguran que es “difícil establecer la naturaleza y magnitud del impacto neto del Régimen Forestal sobre el manejo forestal, la deforestación y la degradación de los recursos forestales
107

nacionales ya que durante el periodo de la reforma, se produjeron una serie de acontecimientos extra sectoriales tales como la contracción económica en Argentina – previamente un mercado de importancia para Bolivia - una devaluación en Brasil que desplazó a algunas de las exportaciones de Bolivia - y una crisis económica en Bolivia. Estos eventos crean dificultades en separar aquellos impactos que se deben exclusivamente al nuevo régimen forestal. Ciertos impactos habrían probablemente sucedido independientemente de la instauración del Régimen Forestal y por lo tanto no pueden ser legítimamente atribuidos a éste”. En otros términos para Méndez (2006) el proceso de aplicación y legitimación del Régimen Forestal durante los primeros 10 años (1997 – 2007) fue demasiado difícil y oneroso para el país y pudo haber llegado, según Andaluz (2009) mucho más lejos todavía, si todas las piezas de la maquinaria hubiesen operado simultáneamente y a plenitud. 5.8. El impacto de la Certificación Forestal Voluntaria Bolivia solitariamente se encumbró en la vanguardia mundial de manejo de bosques naturales certificados sumando a 2008 una superficie de bosque certificada de 2.096.804 ha en 19 operaciones forestales (14 en concesiones forestales, 3 en propiedades privadas y 2 en Tierras Comunitarias de Origen) (CFV 2009). Esta superficie situó a Bolivia en el primer lugar entre los países tropicales en cuanto a la extensión de bosques naturales certificados. En el sector forestal productivo del país se encuentran certificadas tambien 25 operaciones con cadena de custodia (22 en fábricas de diversos productos, como madera aserrada, parquet, muebles, puertas, ventanas, partes y piezas, etc., 2 en talleres artesanales y uno en almacén) (CFV, 2009). En este sentido la certificación independiente fue beneficiosa para la Superintendencia Forestal ya que liberó recursos escasos que, de otro modo, tendrían que dedicarse al monitoreo y control de la aplicación de los planes de manejo forestal (Contreras-Hermosilla y Vargas 2002) y Programas de Abastecimiento y Procesamiento de Materia Prima (PAPMP). Para coadyuvar este proceso el Ministerio de Desarrollo Sostenible reconoció a través de la Resolución Ministerial N° 008/2001 (17 de enero de 2001) a varias empresas como organismos certificadores independientes, sin perjuicio de otros acreditados por el Consejo Mundial de Manejo Forestal (Forest Stewardship Council - FSC).
108

Por su parte, la Superintendencia Forestal consideró a través de su Directriz ITE 02/2003 la Tarifa de Regulación Forestal (TRF) diferenciada para Concesiones Forestales (Empresas y ASL), Propiedades Privadas y Tierras Comunitarias de Origen (TCO certificadas y hasta mayo de 2003 mantuvo vigentes Certificados Forestales de Origen (CFO) diferenciados. En términos generales, la certificación ayudó en la calidad del manejo forestal, a disminuir la deforestación y la degradación de los recursos forestales.

109

6. CONCLUSIONES

El Régimen Forestal El Régimen Forestal de la Nación tuvo de inicio los cuerpos normativos básicos y complementarios integrados estructuralmente como para ser implementados a cabalidad y eficazmente por sus diferentes organismos. Sin embargo el proceso de aplicación y legitimación del régimen forestal fue difícil y oneroso para el país. Estableció claramente para los diferentes organismos públicos las fuentes de financiamiento independientes del Tesoro General de la República para el cumplimiento de las atribuciones definidas por la Ley Forestal. La Superintendencia Forestal recaudó en 12 años más de 588 millones de bolivianos provenientes de las Patentes Forestales, Multas y Remates y coparticipó de acuerdo a la Ley 1700 más de 451 millones de bolivianos con Prefecturas (Bs. 103,1 millones), FONABOSQUE (Bs. 97,5 millones), Municipios (Bs. 78.9 millones ) y Superintendencia Forestal (Bs. 171.4 millones). Posibilitó la inclusión de nuevos actores institucionales como las Prefecturas y Municipalidades con atribuciones específicas en el control y gestión forestal y FONABOSQUE como promotor del desarrollo sostenible. Para simplificar la administración y evitar la corrupción estableció patentes forestales basadas principalmente en la superficie así como también quedaron establecidos incentivos para el manejo forestal en propiedades privadas (TCO, PC y PP) mediante patentes forestales preferenciales. El nuevo sistema de patentes no permitió interpretaciones discrecionales para su aplicación, fue transparente, de fácil aplicación y probablemente redujo la corrupción.

Posibilitó el acceso y la incorporación de nuevos actores sociales (entidades colectivas e individuales a través de TCO y ASL y los propietarios privados) al manejo sostenible de los bosques del país reconociendo y garantizando sus derechos sobre los bosques. El desarrollo de estos actores dependió más que del régimen en sí de la aplicación y cumplimiento de las normas establecidas ya que las mismas fueron aceptadas y aplicadas en gran medida por éstos. El Régimen Forestal fue aceptado por gran parte de los usuarios formales del bosque y su normativa fue aplicada a cabalidad, especialmente por las empresas integradas verticalmente que recibieron finalmente la certificación forestal. Otorgó mayor responsabilidad civil y penal a los profesionales como Agentes Auxiliares y de fe pública por la veracidad de los instrumentos de gestión elaborados y ejecutados por éstos. Estableció para la administración y manejo de los recursos forestales el concepto sistémico (organismo normador, regulador, promotor y de apoyo como las Prefecturas y Municipios) posibilitando su participación activa con atribuciones muy específicas y complementarias que funcionó en general parcialmente y/o ocasionalmente. Modificó positivamente el sistema público anterior separando las funciones de carácter normativo del Ministerio con las de regulación, fiscalización y control que recayeron en la Superintendencia Forestal apoyada por las prefecturas y Municipios. Posibilitó hasta fines de 2008, el resguardo de los intereses del usuario forestal y del Estado con reglas claras, transparentes y de responsabilidad por resultados. Estableció para la Superintendencia Forestal un nivel de independencia de la influencia política y económica que fue vulnerada a partir de 2003. Redujo la corrupción en relación con el régimen de 1974 principalmente en cuanto la recaudación de las patentes forestales y posibilitó el incremento de la renta forestal para el Estado. Sin embargo existe la percepción de que la corrupción ocurre principalmente en el control del aprovechamiento y el transporte de productos forestales. Posibilitó el manejo sostenible de los bosques del país estableciendo mecanismos y herramientas básicas, significando con esto realizar el aprovechamiento en el marco de un plan de manejo y con prácticas de manejo adecuadas.
112

A pesar de haberse autorizado mediante Plan Operativo Anual Forestal un mayor número y volumen de especies para su aprovechamiento, la extracción forestal real en general continúa basada en unas pocas especies comerciales y un volumen por ha reducido. No se mejoraron los supuestos silviculturales que sustentaron el manejo forestal durante 12 años a pesar de los resultados de la investigación realizada por el IBIF en las Parcelas de Medición Permanente. Tuvo muchas limitaciones para impedir el aprovechamiento y la deforestación ilegal ya que estas fueron estimuladas por las políticas de desarrollo de las exportaciones y políticas de tierra que estimularon el crecimiento de la agricultura y las migraciones hacia las tierras bajas. No fomentó la aplicación de tratamientos silviculturales ni realizó el seguimiento a la aplicación de los propuestos en los POAF. En términos generales, se desconoce el estado de regeneración y salud de los bosques administrados tanto por las empresas Forestales, ASL, TCO, Comunidades o Propietarios Privados además del nivel de cumplimiento de la normativa técnica. Fue modificado en parte el año 2009 por el Poder Ejecutivo con un Decreto Supremo que eliminó las Superintendencias sectoriales, centralizó en el Ministerio las atribuciones de las Superintendencias Generales, creó nuevas instituciones regulatorias que se encuentran bajo su control directo eliminando su autarquía, independencia técnica, administrativa y económica. La Superintendencia Forestal Tuvo de inicio a su disposición los mecanismos técnico - legales para implementarlos a cabalidad y eficazmente. Con sus accionar fue una institución que ganó mayor credibilidad entre los usuarios forestales. Disminuyó las posibilidades de uso político de la Administración Forestal por la estabilidad del Superintendente y su personal de confianza, redujo los incentivos para la corrupción y permitió al personal dedicarse a una administración más eficiente al menos durante los primeros 6 años. Esta situación también atrajo de incio personal mejor calificado para trabajar en la Institución. Tuvo la suficiente capacidad organizacional y financiamiento como para estar presente donde se desarrolló la actividad forestal mediante sus Direcciones Departamentales, UOB y Puestos Fijos de Control Forestal con el mínimo de
113

infraestructura y equipamiento necesarios. Sin embargo, contó con el personal insuficiente con relación a la superficie regulada y a las actividades ilegales presentadas. No ajustó su estructura organizacional de acuerdo a las recomendaciones del proyecto PRINS lo que posiblemente habría mejorado su funcionamiento y estar adecuada a la nueva situación presentada. A partir de 2008 el impacto del Proyecto PRINS desapareció paulatinamente. A partir del año 2006 restringió el acceso público a la información que generó así como también limitó su participación en actividades de promoción del sector forestal (EXPOFOREST) en clara contradicción con el mandato de la Ley 1700. Las Audiencias Públicas, la publicación de Informes de Gestión y Resoluciones Administrativas en físico y web y su participación como líder en EXPOFOREST fue una estrategia positiva para el sector regulado y productivo del sector forestal. Desde 2003 se encontró limitada en cuanto al uso de los recursos económicos, principalmente debido a la reducción al mínimo de sus presupuestos anuales de gestión aprobados mediante leyes financiales, contrariamente con lo establecido en la Ley Forestal y su Estatuto. Esta limitante no permitió el incremento de los recursos humanos y de gastos operacionales de la Superintendencia Forestal. El número de usuarios y superficie bajo regulación se fue incrementando desde 1997 a pesar de la disminución de usuarios y superficie bajo concesión forestal desde 2006. Sin embargo éstos no se incrementaron al ritmo deseado por la Institución debido a la no licitación de nuevas concesiones forestales, a la disminución de la superficie de concesiones y a la dotación de tierras fiscales a Comunidades recién establecidas con fines agrarios. El sistema de concesiones es muy importante y positivo para el Régimen Forestal, ya que el Estado mantiene su propiedad y asegura el cuidado y manejo de bosques a través de los concesionarios. Sin embargo, el Estado no brindó la suficiente seguridad jurídica sobre su tenencia y tampoco hizo un seguimiento firme ni aplicó las auditorías forestales lo que hubiese tenido un impacto importante a efectos de mejorar la regulación y el manejo sostenible del bosque. Santa Cruz es el departamento que cuenta con el mayor número y superficie de concesiones forestales de empresas forestales (32 concesiones en 2.248.862 ha) seguido del Departamento de Pando (14 concesiones en 1.127.048 ha). También mismo, Santa Cruz cuenta con el mayor número y superficie de concesiones forestales de ASL (13 concesiones en 358.595 ha) seguido del Departamento
114

de La Paz (8 concesiones en 126.280 ha) aunque el proceso de otorgación de concesiones forestales quedó trunco ya que un gran número de ASL que cumplieron con los requisitos establecidos en la normativa esperan aún que la nueva institución reguladora les otorgue sus concesiones. Las concesiones forestales para investigación cumplieron parcialmente con la función establecida en la Ley. Esto se debió principalmente a que la UAGRM no tuvo los recursos suficientes para implementar sus programas de Investigación, con excepción del Bosque Experimental Elías Meneses. En general el número de Planes Generales de Manejo Forestal aprobados se incrementó desde 1998 a 2006 y presentó una tendencia a disminuir a partir de ese año a 2008 así como también su superficie a partir del año 2000. Santa Cruz es el Departamento donde se implementó el mayor número de Planes Generales de Manejo Forestal, le sigue el Departamento de La Paz.Las empresas concesionarias representaron la mayor superficie bajo PGMF, las Propiedades Privadas representaron un mayor número de Planes Generales de Manejo Forestal. El número de Planes Operativos Anuales Forestales aprobados, así como su superficie que se incrementó de 1997 a 2006, presentó una tendencia a disminuir a 2008. El volumen de madera autorizado para su extracción mediante este instrumento se incrementó anualmente. Santa Cruz es el Departamento donde se aprobó el mayor número de POAF, superficie y volumen de madera mediante POAF, destacándose Cochabamba por el mayor promedio anual de volumen de madera autorizado. El número de Planes de Desmonte aprobados se incrementó de 1997 a 2001, presentando una tendencia a mantenerse hasta 2005 y una disminución a partir de este año, mientras que su superficie se incrementó a partir de 1997 hasta un tope máximo en 2007, disminuyendo a 2008. El volumen de madera autorizado mediante este instrumento se incrementó anualmente. Chuquisaca es el Departamento donde se aprobó el mayor número de PDM y Santa Cruz donde se aprobó la mayor superficie, así como también el mayor volumen de madera autorizado, bajo este derecho. Las especies Ochoó (Hura crepitans), Roble (Amburana cearensis) y Yesquero (Cariniana spp.) fueron las especies mayormente aprovechadas durante los 12 años.
115

Santa Cruz es el Departamento donde se constituyó el mayor número y superficie de Reservas Privadas de Patrimonio Natural, sin embargo el interés de los propietarios de bosques de dedicar voluntariamente sus tierras a la conservación y constituir RPPN fue decayendo año a año. A nivel nacional se habilitó un promedio anual de 185 profesionales para desarrollar sus actividades en el marco del Régimen Forestal. Santa Cruz fue el Departamento que habilitó el mayor número promedio anual de profesionales, así como también habilitó al mayor número promedio anual de Empresas relacionadas con actividades del sector forestal. Control Se promovió la formalidad manteniendo una política constante de mejorar los procedimientos de acceso al bosque, manifestada en el número y temática de las directrices e instructivos complementarios emitidos por la Intendencia de Desarrollo Forestal (Ex Intendencias Técnica y Operativa) y aplicados por sus diferentes Direcciones Departamentales y Unidades Operativas de Bosque. La rescisión del contrato por parte de la Superintendencia forestal con la empresa responsable de la administración de los Puestos Fijos de Control Forestal si bien fue necesaria y oportuna por la carencia de los recursos en 2001, no renovarlo o no licitar nuevamente los PFCF fue un error cuando se contó con los mismos. El control y monitoreo de la ejecución de PGMF a través de auditorías forestales no fue implementado. Sin embargo estableció el mecanismo técnico (directriz), perfeccionó los mecanismos de calificación de las empresas auditoras y los administrativos para su aplicación posterior que posibilitó en 2008 la presentación de una empresa auditora que no calificó. Redujo gradualmente el número de inspecciones Forestales manteniendo una ajustada capacidad de monitoreo y control a las actividades forestales (sean legales o ilegales). Esto se debió principalmente al número reducido de servidores públicos y disponibilidad limitada de recursos operativos. Finalmente no se recibió el apoyo de otros organismos del Régimen Forestal para desalentar oportunamente el aprovechamiento forestal ilegal y la conversión irregular a usos agropecuarios. La delegación de funciones a solamente 10 Alcaldías Municipales fue parte de una política muy restringida de la Institución, fue monitoreada inadecuadamente
116

por parte de las instancias competentes y en contraparte los municipios no respondieron como se esperó. A pesar de establecer una unidad especializada, la Superintendencia Forestal tuvo una capacidad limitada para reducir la deforestación en general y principalmente la ocurrida en las Tierras de Producción Forestal Permanente. La tendencia clara del actual gobierno de dotar tierras en las TPFP promueve el proceso de deforestación ya que la institución reguladora no tiene la capacidad suficiente para el control. La Superintendencia tuvo una capacidad limitada para disminuir la tala ilegal, estimándose que un gran porcentaje de madera comercializada internamente (más del 50% según algunos autores) proviene de fuentes ilegales. En cuanto a la verificación de implementación del POAF, no aplicó los mecanismos de monitoreo y control sobre la aplicación de tratamientos silviculturales y a la calidad de las prácticas de manejo forestal. Se incrementó el uso de Certificados Forestales de Origen debido principalmente a que se exigió el uso de CFO1. Esta medida asumida por la institución fue muy relevante e importante para el control del origen del producto forestal. Sin embargo por las deficiencias en el control, se posibilitó el establecimiento de un mercado ilegal de CFO que fue incontrolable para la Superintendencia Forestal. El número de procesos sumariados resultante de las inspecciones forestales sobrepasó la capacidad de la Intendencia Jurídica para resolverlos. Por otra parte, obvió la aplicación plena de la ley, como la confiscación y remate de los medios de perpetración y la aplicación de los mecanismos de control y punición contra los Agentes Auxiliares. Faltó establecer un mecanismo o herramienta eficiente para determinar grados de reincidencia y reiteración de actos ilegales de los usuarios del bosque como parte de la proporcionalidad de las sanciones a acciones ilegales. Las estrategias y los sistemas de control implementados por la Superintendencia Forestal fueron rebasados por la ilegalidad ya que sus acciones no hicieron énfasis en la prevención de estas operaciones. Fiscalización Los recursos recaudados por la Superintendencia Forestal provenientes de la Patente, Multas y Remates y “Otras Recaudaciones” después de sufrir una dis117

minución en el año 2000 fueron incrementándose a 2006 y se redujeron en los años 2007 y 2008. Los recursos recaudados de Patentes, Multas y Remates presentaron una tendencia general a disminuir. Sin embargo dentro de estos recursos la Patente Desmonte presentó una tendencia de incremento anual por la superficie anualmente desmontada. La Patente Superficie continuará disminuyendo hasta cancelarse toda la deuda y/o continúe reduciéndose la superficie bajo concesión. Sufrió una disminución lo recaudado por Volumen debido principalmente al término de la vigencia del único CLP. Contrariamente al número reducido de sumarios con resolución ejecutoriada los recursos provenientes de la aplicación de Multas y Remates presentaron una tendencia a recuperarse después de un mínimo ocurrido en 2003. El total de los recursos que se coparticiparon con Prefecturas presenta una tendencia a disminuir año a año. Dentro de estos recursos coparticipados, la Patente Desmonte es la única que presenta una tendencia a incrementarse. El total de los ingresos de los recursos que se coparticiparon con Municipios tiende a disminuir. Dentro de estos recursos coparticipados, la Patente Desmonte es la única que presenta una tendencia a incrementarse. El total de los de los recursos que se coparticiparon con FONABOSQUE luego de alcanzar un tope máximo en 1998 y un tope mínimo en 2001 por el aumento de los recursos provenientes de Multas y Remates. El total de los ingresos provenientes de la coparticipación con la Superintendencia Forestal luego de alcanzar un tope máximo en 1997 y un tope mínimo en 2001, presentaron una tendencia de incremento hasta 2006, para luego disminuir en 2007 y 2008. Dentro de estos recursos Multas y Remates presentan una tendencia de incremento. Resalta por su importancia la menor dependencia de la Institución a las Patentes pero cuestionable la mayor dependencia a los recursos de “Otras Recaudaciones”. Respecto a los “Otras Recaudaciones” que son recursos no coparticipables de la Superintendencia Forestal presentaron una tendencia a incrementarse. De estos recursos la Tarifa de Regulación Forestal presentó a partir de 2003 un incremento tendiendo a disminuir a 2008 por la reducción del número y superficie de las concesiones forestales y los recursos provenientes de venta de Formularios (CFO) presentaron una alta tendencia de incremento.
118

El Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras (MDRyT) El entonces Ministerios de desarrollo Sostenible y Medio Ambiente, tuvo una participación de inicio eficiente y oportuna en cuanto a la elaboración de la normativa complementaria y/o interpretativa, posteriormente ineficiente y tardía principalmente en cuanto a las concesiones de ASL, la determinación de las TPFP y la elaboración de normas que paliaron situaciones sociales arrastradas desde 1997 (aprovechamiento de productos no maderables y plan de manejo de la castaña). No realizó ajustes en respuesta a las recomendaciones realizadas por el IBIF a las normas técnicas principalmente en lo referido a los supuestos silviculturales y prescripciones de sostenibilidad. Previo a 1996 gestionó y apoyó el desarrollo del proyecto BOLFOR I y posibilitó su ampliación con BOLFOR II en 2004 cuyas iniciativas tuvieron un impacto positivo en el Régimen Forestal. Subordinó en 2009 el sistema de regulación y fiscalización mediante Decreto Supremo del Poder Ejecutivo y sometió a la Superintendencia Forestal (hoy ABT) a su dependencia directa además de sumarle atribuciones y funciones de la Superintendencia Agraria. Prefecturas Las Prefecturas tuvieron ingresos económicos muy importantes provenientes de la implementación del Régimen Forestal que debieron ser utilizados de acuerdo a la Ley 1700. Tuvieron en general con ocasionales excepciones, una participación irrelevante en la implementación del Régimen Forestal y su accionar estuvo definido por las políticas departamentales que no consideraron a los bosques dentro de la visión de desarrollo departamental. No participaron activamente en garantizar la seguridad jurídica efectiva de los derechos forestales,ya que en primera instancia asumieron muy modestamente su rol de disponer el auxilio oportuno y eficaz de la fuerza pública mediante intervenciones ocasionales y posteriormente en 2007 el Poder Ejecutivo les privó de esta atribución.

119

Municipalidades Las Municipalidades tuvieron ingresos económicos limitados provenientes de la implementación del Régimen Forestal y que debieron ser utilizados de acuerdo a la Ley 1700. Tuvieron a través de las UFM un papel determinante en la implementación del Régimen Forestal en sus jurisdicciones ya que facilitó el acceso de usuarios informales, de propietarios privados y comunidades rurales a derechos formales de aprovechamiento y a la otorgación de concesiones forestales a las ASL. La participación de gran parte de los Municipios no fue lo que se esperó y tuvieron un papel muy ambiguo en la gestión forestal. Los recursos forestales no fueron incorporados dentro de la visión municipal de desarrollo y las UFM cumplieron dentro de sus posibilidades económicas un rol muy tímido. FONABOSQUE El FONABOSQUE fue la institución ausente durante los 12 años de implementación del Régimen Forestal a pesar de tener constituidas sus estructuras técnico administrativas y los recursos económicos disponibles desde 1997. Recién en 2007 constituyó su Directorio y para su operatividad (pago de salarios) la Superintendencia Forestal le transfirió recursos. Agentes Auxiliares Los Agentes Auxiliares participaron activamente en la elaboración y la aplicación de los instrumentos de gestión. Sin embargo su accionar como agentes auxiliares del Régimen Forestal fue m material establecidos en el marco legal vigente y en la Ley 1700, los mecanismos de control y punición raramente les fueron aplicados por la Superintendencia Forestal y/o las instancias competentes. Certificación Forestal Las empresas, comunidades y propietarios privados que cumplieron a cabalidad con lo establecido en sus instrumentos de gestión y desarrollaron mejores prácticas de aprovechamiento forestal pudieron ser certificados internacionalmente. Los estánda res nacionales de la normativa vigente se acercan a los exigidos por la certificación forestal voluntaria en el manejo sostenible de los bosques.

120

7. RECOMENDACIONES

Las recomendaciones de este trabajo van dirigidas a mejorar la implementación del Régimen Forestal que puede ser considerada como línea base de referencia para la nueva Institución reguladora. Por lo tanto se presentan las siguientes recomendaciones: 7.1. Para el Gobierno Nacional Jerarquizar el sector forestal a nivel nacional, departamental y municipal evitando su subordinación frente a otros sectores. Mantener separadas las funciones de carácter normativo del Ministerio (MDRyT), de regulación, fiscalización y control en la nueva institución reguladora del sector forestal y de resolución de recursos jerárquicos un organismo independiente del mismo (ex Superintendencia General del SIRENARE) revisando las decisiones políticas tomadas en 2009. Mantener el estatus institucional que tuvo la Superintendencias Forestal y designar a través de los mismos u otros procesos legítimos, al responsable de la nueva institución reguladora. Liberar los recursos económicos de la ABT (originados en la coparticipación y “otras” recaudaciones) para ser destinados a incrementar su personal y gastos operativos de acuerdo a la superficie regulada fortaleciendo con esto su capacidad de regulación y control. Fortalecer a Prefecturas y Municipios en los procesos de aplicación y legitimación del régimen forestal enfatizando la descentralización y monitoreando proactivamente a través de la Institución Reguladora, la ejecución de sus atribuciones.

Consolidar y fortalecer los organismos del Régimen Forestal estableciendo un mecanismo eficiente de relacionamiento entre los mismos con el objeto de cumplir eficientemente las atribuciones establecidas en la Ley 1700. Consolidar y fortalecer el FONABOSQUE. 7.2. Para la Institución Reguladora del Sector Forestal Promover la participación de un mayor número de usuarios forestales en el Régimen Forestal a través de mecanismos simplificados y fáciles de monitoreo o control social y procedimientos transparentes de acceso público al recurso forestal. Realizar los ajustes estructurales y organizacionales en cumplimento a las recomendaciones del Proyecto PRINS consolidando el organismo regulador del sector forestal como una institución principalmente técnica. Consolidar el sistema de concesiones establecido, realizando los ajustes que se ameriten, se llame a licitación pública y realicen las auditorías forestales necesarias. Así mismo la seguridad jurídica sobre concesiones no deberá estar sujeta a la discrecionalidad o a los cambios que sufra la regulación agraria ya que el objeto principal de la regulación forestal debe ser la sostenibilidad del bosque. Adicionalmente a las actividades de control al aprovechamiento forestal, desarrollar mecanismos efectivos para la evaluación y monitoreo de la aplicación de tratamientos silviculturales y de control de calidad de las prácticas de manejo forestal adoptadas en las operaciones forestales. La evaluación y monitoreo deberá incluir las prácticas silviculturales, el manejo de fauna silvestre y las otras actividades vinculadas con el manejo sostenible del recurso. Concluir con el proceso de otorgar concesiones forestales a las ASL que se encuentran calificadas por el Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras y en el Programa de otorgación de concesiones aprobado. Ejercitar previa inspección técnica, libramiento automático de prórroga contractual a las Empresas concesionarias con Certificación Forestal Voluntaria. Fortalecer la Intendencia Jurídica para procesar a los infractores del Régimen Forestal y resolver los procesos administrativos pendientes. Cuando amerite, promover las reformas legales que sean necesarios con el fin de que se pueda proceder con procesos abreviados y posibilitar los remates de los medios de perpetración
122

Fortalecer la Unidad de Sistemas de Información con recursos y el personal suficiente. Enfocar prioritariamente su accionar en la sostenibilidad de los recursos forestales, la ampliación de la superficie bajo regulación y en determinar las fuentes de extracción ilegal evitando prácticas no sostenibles. Facilitar y transparentar el acceso de la documentación generada en la Institución. La Superintendencia Forestal en sus primeros años fue muy dinámica en lo referido a promover la transparencia en la toma de decisiones, pero después decayó. Promover espacios de concertación entre los actores locales y la Institución Reguladora para la definición de áreas de prioridad del trabajo de las UFM. Desarrollar e implementar estrategias para facilitar y promover la incorporación de la sociedad civil en el control de las actividades de manejo de bosques y la deforestación (sean legal o ilegalmente realizadas) principalmente en los municipios. Es importante institucionalizar dentro del organismos regulador un sistema de monitoreo y de seguimiento de las actividades de las UFM. Establecer estrategias tendientes a evitar la conversión de las tierras forestales a otros usos principalmente las ubicadas en la Tierras de Producción Forestal Permanente. Es imprescindible que las comunidades campesinas asentadas en el bosque se conviertan en actores forestales, con la responsabilidad que esto implica. Establecer mecanismos de coordinación con instituciones que agrupan a los Ingenieros y Técnicos Forestales para la implementación de mecanismos de control y sanción provenientes del mal uso del ejercicio de la profesión. 7.3. Para las Prefecturas En el marco de las autonomías departamentales, las prefecturas deben jugar un rol más activo en desarrollar políticas y estrategias proactivas de desarrollo en base a los recursos forestales, así mismo deben adecuar las normas técnicas para el manejo de bosques y de cambio del uso del suelo aplicada a sus jurisdicciones territoriales, ajustando éstas a su sostenibilidad social, económica y ambiental. Desarrollar programas y proyectos conjuntamente con los municipios y fortalecer sus unidades forestales (Direcciones) dotándoles de suficientes recursos
123

económicos y operativos originados en la coparticipación de los recursos de la Patente. Fortalecer la participación de los gobiernos municipales principalmente en aquellos que cuentan con recursos forestales capacitándolos en políticas, gobernabilidad y manejo sostenible de sus bosques que se traduzcan en mayores beneficios económicos para su población. 7.4. Para las Municipalidades Elaborar políticas de gestión forestal municipal y asegurar su implementación. Incorporar al desarrollo local los recursos forestales, participando activamente en la gestión forestal en el marco de la descentralización y autonomía municipal. Promover en sus jurisdicciones la participación activa de la sociedad civil en el control a la deforestación y actividades forestales ilegales Fortalecer y consolidar las UFM con el objeto de participar activamente en la promoción y acceso a los derechos formales de aprovechamiento a nuevos usuarios forestales dentro de su jurisdicción. 7.5. Para el Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras: Perfeccionar las normas técnicas en base a la experiencia alcanzada en los 12 años de implementación de las mismas y a las recomendaciones que el IBIF y BOLFOR hubieran realizado. Estas normas principalmente deberán tomar en cuenta los aspectos silviculturales, de biodiversidad y de sostenibilidad de los bosques. Evaluar el accionar de las Agrupaciones Sociales del Lugar con el objeto verificar si cumplen con lo establecido en la Ley Forestal y redefinir el concepto de las mismas que se encuentra actualmente distorsionado. Revisar el monto de las patentes forestales (principalmente la Patente por Superficie) y su distribución. Posibilitar la participación activa de la Policía y FFAA para coadyuvar en la aplicación de los tratamientos jurídicos de las ocupaciones de hecho de los bosques y tierras forestales.

124

8. EPÍLOGO

A inicios de 2009 el Presidente Evo Morales Ayma, modificó la institucionalidad del Sistema de Regulación en el país extinguiendo las superintendencias mediante el Decreto Supremo Nº 29894 (del 7 de febrero de 2009). Posteriormente a consecuencia de la emisión del decreto mencionado en el anterior párrafo, se emitió el DS 0071 de fecha 9 de abril de 2009 que crea la Autoridad de Fiscalización y Control Social de Bosques y Tierras (ABT) y establece el proceso de extinción de las Superintendencias Generales, Sectoriales y reglamenta la transferencia de los activos, pasivos, recursos humanos y presupuestarios a la ABT. Los demás artículos establecen el marco legal instancia de participación social en la ABT (Comisión Agraria Nacional - CAN), quién establece y aprueba la estructura organizacional de la ABT, asigna nuevas atribuciones adicionales a la Ministra o Ministro de Desarrollo Rural y Tierras; establece las competencias de la ABT, las atribuciones de la CAN y las atribuciones del Director Ejecutivo de la ABT. En ese marco se fusionó también las atribuciones de la Superintendencia Agraria con la ABT, agregándole competencias y el marco legal de la segunda, asumiendo de esta manera el MDRyT todas las funciones y atribuciones conferidas a la Superintendencia General del SIRENARE en materia Forestal y Agraria. Con esta decisión política se modificó las entidades de regulación y fiscalización, las que terminaron bajo el control directo del Poder Ejecutivo, perdiendo de este modo su calidad de “árbitros” entre el Estado y los usuarios de los recursos (Martínez 2008).

La extinción de la Superintendencia Forestal (que tuvo el mismo nivel de Ministerio de acuerdo a la Ley 1700) significó la disminución a tercer nivel como Dirección de un Ministerio perdiendo el rango del sector en el órgano ejecutivo, como consecuencia posibilitó centralizar nuevamente estos órganos en la ciudad de La Paz y bajo capricho gubernamental, la designación de la máxima entidad forestal a cargo del gobierno de turno, la pérdida de estabilidad laboral y la politización partidaria en la designación de los servidores públicos.

126

9. REFERENCIAS BIBLIOGRAFICAS

Andaluz, A., Mancilla R. 2006. Análisis Nacional Preliminar sobre Gobernabilidad y Cumplimiento de la Legislación en el Sector Forestal de Bolivia. Preparado para:World Bank. Santa Cruz, Bolivia. Andaluz, A. 2009. Derecho Ambiental. Propuestas y Ensayos el Paso a un Régimen Forestal de La Nación. UPSA. Santa Cruz, Bolivia Ahern.B. 2004. Regulating Better. A gobernement White paper Setting out Six Principles of Better Regulation. Irlanda Bojanic, A. 2001. Balance is Beautiful: Assessing Sustainable Development in the Rain Forests of the Bolivian Amazon. PROMAB Scientific Series 3. Bolivia. Boscolo, M., Vargas, M.T. 2001. Incentives for the Bolivian Forest Sector. CIFOR, Bogor, Indonesia. Camacho O., Guzmán R., Peña M. 2006. Situación del Manejo Forestal Sostenible en la Amazonia Boliviana. Revista Recursos Naturales y Ambiente Nº 49-50:18-23 Cronkleton, P., Albornoz M.A. (2004). Uso y Abuso del Aprovechamiento Forestal en Pequeña Escala Provincia Guarayos. Informe presentado a la Superintendencia Forestal de la Nación. CIFOR. Santa Cruz, Bolivia. Carden, C. 2003. La Patente Forestal en Bolivia Descripción, Análisis y Propuestas. BOLFOR. Documento Técnico 123/2003. USAID/Bolivia. Octubre, 2003 Contreras, H.A., Vargas, M.T. 2002. Las Dimensiones Sociales, Ambientales y Económicas de las Reformas a la Política Forestal de Bolivia Center for International Forestry Research. Washington, D.C. Cordero, W. 2003. Control de Operaciones Forestales con Énfasis en la Actividad Ilegal. Documento Técnico BOLFOR, Santa Cruz, Bolivia

Chavez, J. C. 2006. Visiones de la Agricultura en Bolivia. Editor: Gonzalo Flores. FAO. Roma. CFV. 2009. La Certificación Forestal Voluntaria en Bolivia. Boletin Nº3. Santa Cruz, Bolivia.

Eriksson, L., Piotti, H. 2006. Informe Proyecto de Reingeniería Institucional de la Superintendencia Forestal de Bolivia (PRINS), 2003–2006. ASDI, Evaluation 07/21. Guzman, R., Quevedo, L. 2008. El Sistema de Concesiones Forestales en Bolivia. CADEFOR-CIMAR, Santa Cruz, Bolivia. Hufty, M., Bottazzi, P. 2005. Gobernanza de los bosques y conservación en Bolivia. In: A dónde va Bolivia: Governancia, Gobernabilidad y Democratización. In: Hufty M. Auroi C. De La Fuente M. Plural. pp : 149-181. Hunniset, G. 1996. The Forest Sector and Deforestatión in Bolivia . La Paz. Banco Mundial, La Paz, Bolivia. INFOBOL 2005. Estado actual de las parcelas permanentes de muestreo en Boivia. Inventario Forestal Nacional y Programa de Control de los Reciursos Forestales de Bolivia. MACA/IOMT. La Paz, Bolivia. Kaimowitz, D., Pacheco, P., Johnson, J., Pavéz, I., Vallejos, C., Vélez, R. 1998/1999. Los Gobiernos Municipales y los Bosques en las Tierras Bajas de Bolivia. Red Forestal para el Desarrollo Rural. Santa Cruz, Bolivia. Killeen et al. 2007. Thirty years of Land Cover change in Bolivia. Ambio (7): 600 a 606. Larson, A., Cronkleton, P., Barry, D., Pacheco, P.. 2008. Tenure Rights and Beyond: Community Access to Forest Resources in Latin America. CIFOR Bogor, Indonecia . Larson, A., Pacheco, P., Toni, F., Vallejo, M. 2006. Exclusion and inclusion in Latin America forestry: whither decentralization?. CIFOR, Bogor, Indonesia. Martínez M J.A., 2008. Marco Legal para el manejo Forestal por pequeños productores y Comunidades en la Tierras bajas de Bolivia. CIFOR. ProyectoForlive. Santa Cruz, Bolivia. MDRAyMA 2007(b). Base de Datos del Sector Forestal de Bolivia 1997 a 2006. Proyecto TCP/BOL/3102. FAO, La Paz, Bolivia. MDRAyMA 2008. Política Nacional para la Gestión Integral de los Bosques. La Paz, Bolivia Méndez, R. 2006 Reforma forestal: ¿Hacia una Silvofagia Etnica?. Semanario Número 1, edición 180, pp 6-9. Santa Cruz, Bolivia Otero M. 2002. El Sistema de Regulación Sectorial. Monografía. UPSA, Santa Cruz, Bolivia. Pacheco, P. 1998. Estilos de Desarrollo, Deforestación y Degradación de los Bosques en las Tierras Bajas de Bolivia. Serie Bosques y Sociedad No. 2. CIFOR/CEDLA/TIERRA, La Paz, Bolivia. Pacheco, P. Kaimowitz D. 1998. Municipios y gestión forestal en el trópico boliviano. CIFOR/CEDLA/TIERRA/BOLFOR, La Paz, Bolivia.
128

Pacheco, P. 2002. ¿Contribuye la Descentralización a mejorar la gestión forestal? La lección Aprendida del Caso Boliviano. BOLFOR – CIFOR, Santa Cruz, Bolivia Pacheco, P. 2006. Expansión Agrícola y la Deforestación en Tierras Bajas de Bolivia: la Sustitución de Importaciones versus el Modelo de ajuste Estructural. Políticas de uso de la Tierra 23:205-225. Pacheco, P. 2008. Documento de Trabajo: Enfoques Forestales Homogéneos para Actores Diversos: La Encrucijada del Manejo de Bosques En Bolivia. Informe Temático Sobre Desarrollo Humano 2008“La Otra Frontera”. PNUD, Bolivia. Pacheco P. 2009. Bosques para el Desarrollo: el debate en la Amazonía. Boletín Nº 6 del IPDRS (Instituto para el Desarrollo Rural de Sudamérica) Pattie, P. 1997. Comercio de Productos Forestales en el Marco del manejo Forestal Sostenible. Documento Técnico 61/1997 Proyecto BOLFOR. Santa Cruz, Bolivia. Pattie, P., Aguilar, F, 1997 El Costo de la Regulación Forestal: Opciones y Escenarios BOLFOR. Documento Técnico 60/1997. Santa Cruz, Bolivia Pattie, P., Rojas, P. 2003. Análisis de la Patente Forestal por Superficie. BOLFOR. Santa Cruz. Pattie, P. 2004 Informe Final Proyecto de Manejo Forestal Sostenible de Bolivia. Abril 2004. BOLFOR Santa Cruz, Bolivia República de Bolivia. 2001. Reglamento de procedimientos Administrativos del SIRENARE. DS. Nº 26389 del 8 de noviembre de 2001. La Paz, Bolivia Resnikowsky, H. 2007. La Detección de la Reducción de Bosques en Bolivia y las Proyecciones Futuras de la Superintendencia Forestal en Bolivia. Ecología en Bolivia, 42(1): 1-3, Abril de 2007 Rojas, D., Martínez, I., Cordero, W., Contreras, F. 2003. Tasa de Deforestación de Bolivia 1993-2000. BOLFOR; Superintendencia Forestal, Santa Cruz, Bolivia. Sabogal, C., Snook, L., Boscolo, M., Pokorny, B., Quevedo, L., Lentini , M., Colán V. 2006) Adopción de prácticas de manejo forestal sostenible por empresas madereras en la Amazonia de Brasil, Bolivia y Perú. Revista Recursos Naturales y Ambiente 49-50:100-111. STCP. 2000. Plan Estratégico para el Desarrollo del Sector Forestal de Bolivia. CFB - TCP. Santa Cruz, Bolivia – Curitiba, Brasil. Urioste, M., Pacheco, D. 2001. Las Tierras Bajas de Bolivia a fines del siglo XX. PIEB. La Paz, Bolivia.
129

ANEXOS

Cuadro 1A. Unidad, nombre y año de gestión de los Intendentes y Gerentes de la Superintendencia Forestal

2000

2006

2004

Intendentes ó Gerentes

Nombres Lincoln Quevedo H Rudy Guzmán G

X X X X X X X X X X X X

X

X

Intendente Técnico Francisco Kempff S (Posteriormente Intendente Olvis Camacho M de Desarrollo Forestal) Edwin Magariños S Milton Brosovich G Richard Mancilla T Intendente de Operaciones Thelmo Muñoz R Francisco Kempff S William Cabrera C. Martha Escobar A. Gerente de Administración y Finanzas Nancy Fleig de M. Carmen N. Durán M. Gloria Peredo G Intendente de Desarrollo Institucional Ovidio Roca A Rudy Guzmán G. Thelmo Muñoz R. Marco A. Peredo M Intendente Jurídico Richard Méndez C Hugo Miranda José Luis Huarachi Ch. Intendente de Desarrollo Social Denize Cortéz C

X X X X

X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X X

Fuente: Elaboración propia en base a los Informes y RA de la SF (1997 a 2008)

132

2008

2005

2002

2003

2007

2001

1999

1998

1997

Cuadro 2A. Lista de las Directrices y otros emitidos por la ITE, IJU, IDI, IDS y GAF (1997–200
Directrices Técnicas ITE 01/1997 ITE 02/1997 Descripción Registro para la Habilitación de Empresas Consultoras, Profesionales y Técnicos (RA160/1997 de fecha 13 de octubre de 1997) Bases Técnicas para las Unidades Forestales Municipales O Mancomunidades Municipales (RA 171/1997 del 18 de diciembre de 1997) (Modificada en 2006 por la Directriz IDF 004/2006) Procedimientos para Manejo de Certificados Forestales de Origen (CFO) (RA 03/1998 de fecha 14 de enero de 1998) Inscripción y Reinscripción Anual de Empresas vinculadas al Régimen Forestal (RA 010/1998 y revocada por RA 034/98 Procedimientos para la Aprobación de Planes Operativos Anuales Forestales y Autorizaciones de Aprovechamiento. Gestión 1998 (RA 016/1998 y revocada por la RA 041/98) Registro de Personas Naturales y Jurídicas vinculadas al Régimen Forestal de la Nación (aprobada mediante RA 034/1998 de fecha 5 de junio de 1998) Procedimientos para la Aprobación de Planes Operativos Anuales Forestales y Autorizaciones de Aprovechamiento Gestión 1998 (aprobada mediante RA 041/1998 de fecha 8 de junio de 1998) Certificados Forestales de Origen para Productos Provenientes de Plantaciones Forestales: Precios y Procedimientos para su Emisión (aprobada mediante RA 070/1998 de fecha 9 de julio de 1998) Reservas Privadas del Patrimonio Natural para el Establecimiento, Aprobación, Seguimiento y Control de las Reservas Privadas del Patrimonio Natural (RPPN) (aprobada mediante RA 147/1998 de fecha 9 de octubre de 1998) Requisitos y Procedimientos para la Autorización de Aprovechamiento y Transporte de Productos Forestales con Fines de Investigación, Uso Propio y Obras Comunitarias (aprobada mediante RA 12/1999 de fecha 24 de marzo de 1.999) Directriz para la Inscripción y Reinscripción Anual de Empresas vinculadas al Régimen Forestal (aprobada mediante RA 36/1999 de fecha 28 de mayo de 1999) Inspecciones y Auditorías Forestales (aprobada mediante RA 51/1999 de fecha 8 de julio de 1999) Pago de Patente Forestal para Productos Forestales aplicable en el Departamento de Santa Cruz (aprobada Mediante RA 25/2000 de fecha 2 de marzo de 2000) Pago de Patente Forestal para Productos Forestales aplicable en el Departamento de Tarija (aprobada mediante RA 84/2000 de fecha 17 de agosto de 2000) Directriz complementaria a la Directriz ITE 002/99 Registro de las Universidades, Instituciones o Centros de Investigación Forestal (aprobada mediante RA 22/2001 de fecha 28 de marzo de 2001). Directriz para la Inscripción y Reinscripción Anual de Empresas Manufactureras de Productos Forestales Maderables y No Maderables y Manufactureras de Palmito Cultivado (aprobada mediante RA 47/2001 de fecha 31 de mayo de 2001) Directriz para el Registro, Habilitación y Conservación de Habilitado de Empresas Consultoras, Profesionales y Técnicos (aprobada mediante RA 82/2001 de fecha 20 de julio de 2001)

ITE 01/1998 ITE 02/1998 ITE 03/1998

ITE 05/1998 ITE 06/1998

ITE 07/1998

ITE 08/1998

ITE 01/1999

ITE 02/1999 ITE 03/1999 ITE 01/2000

ITE 02/2000 ITE 01/2001

ITE 02/2001

ITE 03/2001

133

Cuadro 2A (Continuación)
Directrices ITE 04/2001 Descripción Directriz para Patente de Productos Forestales aplicable para el Departamento de La Paz y Uso de Certificados de Origen (aprobada mediante RA 128/2001 de fecha 15 de noviembre de 2001) Directriz para Patente de Productos Forestales y Uso de Certificados de Origen aplicable para los Departamentos de Chuquisaca y Potosí (aprobada mediante RA 132/2000 de fecha 29 de noviembre de 2008) Directriz para la Resolución de Intervenciones Provisionales en Transporte de Productos Forestales con Volúmenes y Cantidades Menores (Aprobada Por Resolución Administrativa 91/01 de fecha 7 de Agosto de 2001). Homologa las Directrices Regionales (OLCH-002/2001 y OLCH -003/2001) sobre Pago de Patente Forestal para Productos Forestales Elaborados y Semielaborados aplicable en los Departamentos de Chuquisaca y Potosí (aprobada mediante RA 17/02 de fecha 21 de febrero de 2002) Directriz para la Resolución de Intervenciones Provisionales en Transporte de Productos Forestales con Volúmenes y Cantidades Menores (aprobada por Resolución Administrativa 91/01 de 7 de agosto de 2001), ampliada a los departamentos de Beni, Pando, Chuquisaca y Cochabamba (aprobada mediante RA 36/03 de fecha 3 de abril de 2003) Patentes de Productos Forestales aplicables en el Departamento de Cochabamba y uso de Certificados Forestales de Orígen (aprobada mediante RA 61/03 de fecha 29 de mayo de 2003) Normas Técnicas para Auditorías Forestales, la misma que sin insertarse forma parte integrante de la presente resolución (aprobada mediante al RA 143/2002 de fecha 28 de noviembre de 2002 y deja sin efecto la DT 03/99, aprobada mediante Resolución N° 51/99 de 8 de julio de 1999). Establece la Tarifa de Regulación Forestal Anual (Aprobada mediante RA 58/03 de fecha 28 de mayo de 2003) y modificado el numeral 9 del parágrafo IV Procedimiento de la Directriz Técnica ITE 002/2003 aprobada por Resolución Administrativa N°58/2003, que exime el pago de la Tarifa de Regulación Forestal Anual –TRF a los Planes Operativos Anuales Forestal – POAF aprobados en Tierras Comunitarias de Origen – TCO y en Comunidades Campesinas. (modificada por la RA 64/2003 de fecha 23 de junio de 2003). Lista de precios de productos maderables y no maderables para el cobro de las obligaciones de pago de aquellos titulares de contratos de aprovechamiento forestal que no se acogieron al beneficio de conversión voluntaria al régimen de concesiones (aprobada mediante la RA N°87/2003 de 21 de agosto de 2003 y corregida mediante la RA 100/03 de 25 de Septiembre de 2003) Procedimiento para el Ejercicio y Control de la Función Delegada (POAF) (aprobada mediante RA 48/2004 de fecha 27 de mayo de 2004). Establecimiento de las Unidades Móviles de Inspección Forestal (UMIF) y Procedimiento para su Funcionamiento Operativo (aprobada mediante la RA 88/2004 de fecha 7 de Septiembre de 2004 Criterios y procedimientos para la evaluación y aprobación de Planes Generales de Manejo de Castaña (aprobada mediante RA 063 /2006 de fecha 29 de agosto de 2006) Criterios Complementarios para la autorización de POAF según RA 44/2000 7 71/2000 (aprobada mediante RA 85/2006 de fecha 6 de diciembre de 2006)

ITE 05/2001

s/n

ITE 01/2002

s/n

ITE 001/2003

ITE 01/2003

ITE 002/2003

ITE 003/2003

ITE 001/2004 ITE 002/2004

IDF 001/2006

IDF 002/2006

134

Cuadro 2A (Continuación)
Directrices IDF 003/2006 Descripción Aplicación de Tratamientos Silviculturales para el manejo Forestal Sostenible y Conservación de la Fauna Silvestre (aprobada mediante RA 86/2006 de fecha 6 de diciembre de 2006) Directriz Técnica ITE-002-1997 (ajustada) Bases Técnicas para las Unidades Forestales Municipales o Mancomunidades Municipales (RA 89/2006 de fecha 18 de Diciembre de 2006) Exportación de Recursos Forestales con valor agregado (aprobada mediante RA 46/2007 de fecha 3 de abril de 2007 y dejada sin efecto mediante la RA 46/2007 del 7 de mayo de 2007. Reconocimiento del Control Social mediante los Gestores Comunitarios de Bosques (aprobada mediante RA 35/2007 de fecha 16 de abril de 2007) Procedimiento, Criterios y Parámetros de Acceso a Concesiones Forestales No Maderables en el Norte Amazónico de Bolivia (aprobada mediante RA 044/2008 de fecha 12 de mayo de 2008) Norma Técnica para Auditorias Forestales (aprobada mediante la RA 052/2008 de fecha 25 de junio de 2008 y deja sin efecto la Directriz ITE 03/1999 aprobada mediante RA 51/1999 de fecha 8 de julio de 1999 y el Procedimiento ITE IOP Nº 003/2002 aprobado mediante RA 143/2002 del 27 de noviembre de 2002) Calificación y Registro de Empresas Auditoras (aprobada mediante RA 053 /2008 de fecha 26 de junio de 2008) Documento Base de Calificación para Auditorias Forestales (DBCAF). (aprobado mediante la RA 054/2008 de fecha 27 de junio de 2008 Interpretación y Aplicación de Alternativas Básica y Ampliada Permitidas en la Determinación de AAA y contenidas en la Resolución Ministerial Nº 248/98 (aprobada mediante RA 063/2008 de fecha 16 de julio de 2008)

IDF-004/2006

IDF 01/2007

IDF 02/2007 IDF 01/2008

IDF 01/2008.

IDF 02/2008. s/n IDF 003/2008.

Otros mecanismos técnicos – operativos importantes aprobados: Procedimiento para Inspección Forestal a Concesiones en Proceso de Renuncia y sin Planes Generales de Manejo Forestal. Aprobado mediante la RA 010/2000 de fecha 27 de enero del 2.000 Reglamento para el Uso y Manejo Doméstico de los Bosques Nativos elaborado y aprobado por las autoridades y dirigentes de las comunidades de la sección municipal de Tomina del Departamento de Chuquisaca (homologado mediante RA 53/2000 de fecha 28 de abril del 2000). Términos de Referencia para la Calificación para Empresas u Organizaciones de Servicios en Parcelas Permanentes a Usuarios Agrupados (aprobados mediante la RA 11/2002 de fecha 6 de Febrero de 2002) Procedimientos Técnicos - Operativos (PRO ITE – IOP Nº 001/2002) de Inspección Forestal a la Ejecución del Manejo Forestal en Bosques Naturales (aprobado mediante la RA 21/2002 de fecha 27 de febrero de 2002). Procedimientos Técnicos - Operativos sobre Manejo de Información de Instrumentos de Gestión, Solicitudes, y otros Documentos relacionados al Aprovechamiento y Transformación de Productos forestales versión 2.03 (aprobado mediante la RA 120/2002 de fecha 23 de octubre de 2002 de 2002).

ITE – IOP 001/2002.

ITE – IOP 002/2002

135

Cuadro 2A (Continuación)
Directrices s/n Descripción Exime el pago de la Tarifa de Regulación Forestal Anual –TRF a los Planes Operativos Anuales Forestal – POAF aprobados en Tierras Comunitarias de Origen – TCO y en Comunidades Campesinas. (RA 64/2003 de fecha 23 de junio de 2003) Aplicación de la Tarifa de Regulación Forestal – TRF a los PGMF con superficie mayor a doscientas (200) hectáreas, elaborados sobre predios cuyos titulares no cuenten con su derecho de propiedad perfeccionado, así como a los planes operativos anuales forestal – POAF aprobados a cuenta de planes generales de manejo (aprobada mediante RA Nº 55/2004 de fecha 18 de junio de 2004) Procedimiento Administrativo para la Aprobación de PGMF en superficies iguales o mayores a 200 hectáreas (aprobado mediante la RA N°108/2005 de fecha 24 de agosto de 2005) Requisitos y Procedimientos para Chaqueos y/o Desmontes (Aprobada mediante RA 80/2000 de fecha 19 de agosto de 2000) Resolución de Intervenciones Provisionales en Transporte de Productos Forestales con Volúmenes y Cantidades Menores (Aplicable solo al Departamento Santa Cruz) (aprobada mediante RA 91/2001 de fecha 7 de agosto de 2001) Procedimiento para los Sumarios Administrativos por faltas y Contravenciones al Régimen Forestal de la Nación (aprobada mediante RA 015/1998 de fecha 8 de abril de 1998) Cesión de Derechos Forestales (Aprobada mediante RA 043/1998 de fecha 11 de junio de 1998) Elaboración y Registro de Contratos Subsidiarios (Aprobada según RA 095/1998 de fecha 11 de agosto de 1998) Procedimiento Administrativo por las Infracciones al Régimen Forestal de la Nación (aprobada mediante RA 75/2003 de fecha 24 de julio de 2003 y abroga la Directriz Jurídica IJU 001/1998 (aprobada mediante RA 015/1998 de 8 de abril de 1998) Procedimiento para el Registro y Manejo de Antecedentes de Infractores al Régimen Forestal de la Nación (aprobada mediante RA 73/2005 de fecha 1 de Junio de 2005). Requisitos, Procedimiento Jurídico Administrativo y Responsabilidades por la Otorgación de Autorizaciones y Permisos Forestales en Tierras Comunitarias de Origen (aprobada mediante RA 147/1998 de fecha 11 de noviembre de 1998) Valores de Certificados Forestales de Origen para Productos Forestales (Semielaborados y Elaborados) aplicables para el Departamento de Santa Cruz (Aprobada mediante RA 37/2000 de fecha 29 de marzo de 2000) Directriz para la Ejecución de Obras por Administración Directa PL 480 (Aprobada mediante RA 73/2000 de fecha 17 de julio de 2000) Uso y Aplicación de Certificados Forestales de Origen para Productos Forestales (Semielaborados y Elaborados) aplicables en el Departamento de Tarija (Aprobada mediante RA 85/2000 de fecha 17 de agosto de 2000)

s/n

s/n

Operativas IOP 001/2000. IOP 01/2001.

Jurídicas IJU 01/1998

IJU 02/1998 IJU 03/1998 IJU 01/2003

IJU 01/2005

Directrices UCPOI UCPOI 01/1998

Directrices GAF GAF 01/2000.

GAF 002/2000. GAF 003/2000.

136

Cuadro 2A (Continuación)
Directrices GAF 001/2002. Descripción Uso y Aplicación de Certificados Forestales de Origen para Productos Forestales (Semielaborados y Elaborados) aplicables en los Departamentos de Chuquisaca y Potosí (Aprobada mediante RA 17/2002 de fecha 21 de febrero de 2002 )

Otros procedimientos importantes aprobados s/n Manual de Procedimientos de Evaluación de Control Interno (RA 23/2006 de fecha 12 de Abril de 2006) s/n Manual de Inducción Institucional que define el conjunto de acciones a realizar para que el servidor público recién posesionado o que cambia de puesto (aprobado mediante RA 070/2008 de fecha 30 de julio de 2008) s/n Reglamento y Procedimiento de Tesorería. (aprobado mediante la RA 18/2000 de fecha 18 de febrero del 2.000) Desarrollo Social IDS No. 001/2008 Procedimiento para la Celebración y Registro de Contratos Suscritos por TCO´s, Comunidades Indígenas y Campesinas con Terceros (aprobada mediante RA 172/2008 de fecha 31 de diciembre de 2008) IDS 002/2008 Directriz de Registro de Organizaciones Forestales Comunitarias en la Superintendencia Forestal (aprobada mediante RA 173/2008 de fecha 31 de diciembre de 2008) IDS No. 003/2008 Reglamentación para la Elaboración de Planes de Gestión Integral del Bosque por Organizaciones Forestales Comunitarias (Aprobada mediante RA 174/2008 de fecha 31 de diciembre de 2008) IDS No. 004/2008 Manejo de los Recursos Forestales por Comunidades Beneficiarias de Asentamientos en Áreas de Bosques o TPFP Aprobada mediante RA 175/2008 de fecha 31 de diciembre de 2008

137

Cuadro 3A. Número y temática de las Audiencias Públicas de la Superintendencia Forestal
Año Nº 1997 1ª 2ª 1998 3ª 4ª 5ª 1999 6ª 2000 7ª 2001 8ª 1ª 2002 9ª s/n s/n s/n s/n s/n s/n s/n s/n s/n s/n s/n s/n 2003 10ª s/n s/n s/n s/n 2004 11ª s/n 2005 12ª 13ª 2006 14ª 2007 15ª 16ª 2008 17ª Fecha Temática 01/08/97 Entrega de Resoluciones de Conversión de CLP a Concesiones Forestales a Empresas Forestales 12/12/97 Presentación Estrategia Institucional para el próximo quinquenio e informe de actividades 11/03/98 Presentación Informe de gestión 1997 11/4/98 Dar a conocer deficiencias técnicas encontradas en la evaluación de PGMF 17/12/98 Presentación avances del RF 22/05/99 Presentación Informe de gestión 1998 18/08/00 Presentación Informe de gestión 1999 20/07/01 Presentación Informe de gestión 2000 20/07/01 Audiencia Pública con Pueblos Indígenas 12/07/02 Presentación Informe de gestión 2002 26/07/02 Presentación de Informe de actividades Municipio Concepción, Santa Cruz 28/07/02 Presentación de Informe de actividades Municipio San Ignacio, Santa Cruz 30/08/02 Presentación de Informe de actividades Municipio San Matías, Santa Cruz 14/10/02 Presentación de Informe de actividades Municipio Caranavi, La Paz 16/10/02 Presentación de Informe de actividades Municipio Rurrenabaque 17/10/02 Presentación de Informe de actividades Municipio Ixiamas, La Paz 21/10/02 Presentación de Informe de actividades Municipio San José de Chiquitos, Santa Cruz 23/10/02 Presentación de Informe de actividades Municipio Roboré, Santa Cruz 24/10/02 Presentación de Informe de actividades Municipio Puerto Suárez, Santa Cruz 26/11/02 Presentación de Informe de actividades Municipio Cobija, Pando 27/11/02 Presentación de Informe de actividades Municipio Puerto Rico, Pando 11/12/02 Presentación de Informe de actividades Municipio Cochabamba, Cochabamba 11/03/03 Presentación Informe de seis años de gestión 1997 – 2002 07 – Presentación de Informe de actividades Municipios de San Rafael, San Miguel y San 08/04/03 Ignacio de Velasco, Santa Cruz 22, 23 y Presentación de Informe de actividades Municipios de Cobija, Riberalta y Guayara24/04/03 merín., Pando y Beni 30 Presentación de Informe de actividades Municipios de Sucre y Monteagudo, Chu31/04/03 quisaca 01/07/03 Presentación de Informe de actividades Municipio de Cochabamba, Cochabamba 20/07/04 Presentación Informe de gestión 2003 30/07/04 Audiencia Pública Departamental : Informe actividades 2003 29/04/05 Presentación Informe de gestión 2004 * 10/3/06 Presentación Informe de gestión 2005 10/11/06 Construcción del Comité Interinstitucional de gestión y Resolución de Conflictos Reserva Forestal El Chore Presentación Informe de gestión 2006 8/8/008 Presentación Informe de gestión 2007

*Los informes de 2005 y 2007 no presenta información, es posible que se hubieran equivocado el número de Audiencia Fuente: Elaboración propia e4n base a los Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

138

Cuadro 4A. Apoyo de la Cooperación Internacional y Proyectos a la Superintendencia Forestal
Gestión 1997 Cooperación Internacional, Proyectos u Organizaciones BOLFOR Descripción del apoyo Realización de Seminarios y Talleres, difusión del RF, estudios de Consultorías, sistemas Técnicos y otros PAF/BOL Realización de Seminarios, Talleres y publicaciones. BOLFOR Dotación de equipos y Sistema de Información Geográfico Embajada Real de los Países Bajos Dotación de equipos para actividades de edición y publicaciones BOLFOR Fortalecimiento de 4 UOB financiando sus costos operativos SIFOR/BOLIVIA (OIMT) Dotación de equipos de alta capacidad para manejo digital de la información Prefectura de Cochabamba - PRO- Dotación de infraestructura en CochaFOR (Coop Suiza) bamba y vehículo Prefectura de Chuquisaca - PRODotación de infraestructura en Sucre FOR (Coop Suiza) Embajada Real de los Países Bajos Proyecto de Fortalecimiento a 10 PFCF Proyecto de Concesiones Forestales para ASL Agencia Canadiense para el Desa- Proyecto de Apoyo a la Gestión Forestal rrollo Internacional (ACDI) Municipal USAID/PL480 Dotación de Infraestructura y Equipamiento de la SF. 9 Camionetas, 3 jeep, 11 motocicletas, 4 motores fuera de borda, 7 equipos de computación y 13 GPS. / viviendas oficinas de las UOB, etc. Proyecto de Conservación del 2 jeep, 2 GPS, Material de difusión (carBosque Chiquitano (FCBC) tillas) y Salarios de brigadas móviles de campo BOLFOR Fortalecimiento de 4 UOB financiando sus costos operativos Proyecto PAF/BOL Apoyo con materiales de difusión a la UCPOI USAID/PL480 Fortalecimiento de 4 UOB financiando sus costos operativos (Beni, Pando y La Paz) Pla de Desarrollo Alternativo (PDAR) Fortalecimiento de 4 UOB y PFCF financiando sus costos operativos (Chapare de Cochabamba y La Paz ) SIFORBOL/ITTO Financiamiento publicaciones

1998

1999

2000

2001

139

Cuadro 4A (Continuación)
Gestión 2002 Cooperación Internacional, Proyectos u Organizaciones FCBC BOLFOR Descripción del apoyo Financiamiento publicaciones Fortalecimiento de la OL Santa Cruz y 5 UOB financiando sus costos operativos además de equipo de computación e implementación del Sistema de Alerta temprana para Incendios Forestales (SATIF) y publicaciones Fortalecimiento de OL Cochabamba y 2 UOB financiando sus costos operativos Financiamiento de la 2da fase Proyecto SIFOR/BOL Financiamiento Proyecto INFOBOL Implementación del Proyecto de Reingeniería Institucional de la SF (PRINS) Fortalecimiento de OL Cochabamba y 2 UOB financiando sus costos operativos Equipos de computación y publicaciones Dotación de equipo de camp y GPS para las UOB Financiamiento operaciones SF PRINS y financiamiento de un Experto Asociado Financiamiento de un Experto Asociado y equipos de computación para el proyecto Combate a la Deforestación Ilegal e Incendios Forestales Financiamiento de las UMIF, UOB y equipos de computación para proyecto Combate a la Deforestación Ilegal e Incendios Forestales PRINS: 5 UOB equipados con equipos de computación antenas satelitales, etc. Financiamiento publicaciones Idem anterior Financiamiento de las UMIF, UOB y equipos de computación para proyecto Combate a la Deforestación Ilegal e Incendios Forestales

Programa Forestal para el Trópico de Cochabamba AD/BOL/97(C23 UNDCP/VIMDESALT/FAO) SIFORBOL/ITTO 2003 ITTO ASDI Programa Forestal para el Trópico de Cochabamba AD/BOL/97(C23 UNDCP/VIMDESALT/FAO) SIFORBOL/ITTO ITTO 2004 2005 BOLFOR II/PL480 ASDI CIM/GTZ

BOLFOR II

ASDI/PRINS 2006 2007 SNV BOLFOR II CIM/GTZ y BOLFOR II

140

Cuadro 4A (Continuación)
Gestión Cooperación Internacional, Proyectos u Organizaciones Proyecto de protección Ambiental y Social en el Corredor Puerto Suarez (PPAS) WWF Descripción del apoyo Establecimiento de UOB y financiamiento de operaciones de 4 UOB, Vehículos, equipos de computación, etc. Financiamiento Proyecto Control Forestal en la Zona de Alto Beni y Norte de Morochata - Covendo Cooperación Embajada Real de los Financiamiento Proyecto Reducción de Países Bajos Emisiones causadas por Deforestación y Degradación (REDD) Proyecto de protección Ambiental y 21 consultores contratados, 25 computaSocial en el Corredor Puerto Suarez dores (2 portátiles y 23 de escritorio) 13 (PPAS) impresoras. 6 camionetas (4 x 4), mobiliario y GPS

2008

141

Cuadro 5A. Municipios de ubicación temporal o definitiva de las Unidades Operativas de Bosque (1997 a 2008)
Departamento Santa Cruz Ubicación Municipio y Nombre de UOB San Ignacio de Velasco Ascensión de Guarayos San José de Chiquitos Puerto Suárez Santa Fe de Yapacaní Santa Rosa del Sara Concepción Camiri Vallegrande Mairana/Comarapa San Matías Integrada Santa Cruz Roboré Riberalta San Borja Guayaramerín Rurrenabaque Ixiamas Caranavi Palos Blancos Villa Tunari Puerto Villarroel Bulo Bulo Ivirgarzama Puerto Rico El Sena Monteagudo Zudañez Tiguipa San Josecito Potosí Padilla Yacuiba Bermejo Entre Ríos Villamontes

Beni

La Paz

Cochabamba

Pando Chuquisaca

Tarija

Fuente: Elaboración propia en base a los Informes y RA de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

142

Cuadro 6A. Número de Puestos Fijos de Control Forestal establecidos por año y ubicación
2000 2004 2006 SF 1 1 1 1 1 1 2008 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 SF 2005 SF 1 1 1 1 2002 2003 2007 1 1 1 1 SF 2001 INSP.(***) SF(***) 1999 INSP.(*) 1998 1997

SF(**)

Depto.

Nombre PFCF SF SF Nº 1 1 1 1

INSP.(**)

SF(*)

SF 1 1 1 1 1

SF 1 1 1 1 1

Nº Nº Nº Nº Nº Nº Nº 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1

Nº Nº Nº Nº Nº Nº Nº

Santa Cruz

Puerto Ibañez Los Troncos Km 12 Puesto Méndez PuertoPailas (Pailón) Puerto Abaroa Río Seco Tarija Piedra Larga Campo Pajoso El Portillo Villamontes Entre Ríos Bermejo Yacuiba Canaletas El Portillo Pando El Sena Puerto Rico Santa Rosa del Abuná Cochabamba Colomi San Jacinto Villa Tunari Bulo Bulo Aguirre Villa Tunari Beni Elvira San Pablo Puerto Varador Riberalta La Paz Caranavi Caranavi (km 52) Unduavi Pongo

1 1

1 1

SF

143

Cuadro 6A (Continuación)
2000 2004 2006 SF 6 2008 8 SF 2005 SF 7 2002 2003 2007 7 SF 2001 INSP.(***) SF(***) 1999 INSP.(*) 1998 1997

SF(**)

Depto.

Nombre PFCF SF SF

INSP.(**)

SF(*)

SF

SF

Kalajahuira El Choro Total

Nº Nº Nº Nº Nº Nº Nº Nº 1 20 7 10 12 10 4 8 13

Nº Nº Nº Nº Nº Nº Nº 1 1 1 1 1 1 1 11 12 6

INSP. (*) A partir del mes de noviembre de 1999, Inspectorate Griffith (Bolivia) se hace cargo de 8 Puestos Fijos de Control Forestal INSP. (**) Hasta el mes de Octubre de 10006 INSP: (***) Hasta el mes de Agosto de 2001 7 SF (*) Bajo responsabilidad de la SF hasta el mes de Octubre de 1999 SF (**) Bajo responsabilidad de la SF desde el mes de Octubre de 2000 SF (***)Bajo responsabilidad de la SF a partir del mes de Septiembre de 2001 Fuente Elaboración Propia en base a los Informes de la Superintendencia Forestal (1997 -2008)

144

SF

Cuadro 7A. Tipo y número de Empresas registradas y habilitadas anualmente por la Superintendencia Forestal
Descripción Aserradero Artesanía Exportadora Exportadora e Importadora Exportadora - Aserradero Exportadora - Carpintería Barraca Carpintería Manufacturera Laminadora Comercializadora de Productos semielaborados Durmientera Parqueteadora y Machihembradora Maestranza Planta de Tratamiento Empresas Consultoras Forestales Comercializadora de muebles Comercializadora de Productos Secundarios Desmontadora Comercializadora Empresa de Servicios Carbonera Fábrica de cerámica Beneficiadora Castañera Palmitera Funeraria Depósito Despachadora Otras TOTAL 619 3 544 540 899 793 708 952 1166 1123 1198 1392 1456 947 3 1 1 1 1 1 1 3 7 1 2 4 13 3 70 26 24 31 7 6 5 53 14 5 50 19 11 47 36 19 5 2 5 41 56 20 12 6 1 1 1 1 20 47 20 9 6 38 39 20 12 2 4 72 31 22 15 2 1 93 32 29 18 3 4 78 31 32 22 6 2 38 38 17 10 3 0 0 1 0 0 0 2 5 1 4 3 1 2 1 3 1 5 3 1 173 49 158 2 138 31 133 45 143 84 175 95 144 90 1 1 1 261 131 314 181 225 158 3 2 251 163 4 247 131 2 118 76 109 85 Nº 352 Nº 220 Nº 235 Nº 312 Nº 308 Nº 255 2 88 114 196 252 311 405 383 1 1 1 270 201 2 Nº 300 Nº 369 Nº 371 Nº 319 Nº 420 Nº 422 Prom /año Nº 324 0 178 0 0 0 205 109 1 0 19 0 2 1 0 2000 2004 2006 2008 2005 2002 2003 2007 2001 1999 1998 1997

Fuente: Informes de la Superintendencia Forestal (1997 a 2008)

145

Cuadro 8A. Número de Inspecciones por año realizadas por la Superintendencia Forestal
Gestión Nº Nº Nº Nº Nº PGMF Pre aprobación 11 234 347 48 PGMF Durante ejecución 62 154 PGMF Post - PGMF Asentamientos en TF, 14 22 58 27 derechos forestales,etc. POAF Pre aprobación 853 178 POAF Durante ejecución 553 20 Post aprovechamiento 61 CFO Pre emisión 81 MP,MU,MR,NM,SPCP Pre, durante y Post solicitud Pre y Post SMU uso propio Pre, durante y post SMR Pre y post SMP Solicitud de Productos Avalúo de productos 72 intervenidos Aprovechamiento forestal 211 354 444 208 (legal e ilegal) Transporte de productos 454 716 1.055 854 forestales Verificación de producto for. (legal e ilegal) Uso Propio y Comunitario 192 213 53 Post - PDM 628 179 189 82 Pre - aprobación PDM 989 405 580 Durante PDM 2 Desmonte ilegal Control a quemas Centros de Acopio, Proceso y Comercio de Productos Forestales Pre - PAPMP Durante PAPMP Post PAPMP Pre - ITPAP Control y verificación en PFCF 274 30 272 80 Nº 22 8 4 28 88 65 85 103 54 Nº 22 64 4 28 88 65 85 103 176 163 54 Nº Nº Nº 210 7 3 2 56 39 50 49 297 38 Nº 1 1 2 66 47 82 46 222 50 21 1 176 36 36 203 43 49 140 376 221 2.207 309 6.247 231 812 33 17 Nº 10 9 35 23 41 23 352 Nº 912 301 12 334 1.316 876 349 1.497 196 21 34 17 Total 31 3.070 30 96 2 56 1 25 19 7 30 6 5 47 11 15 70 434 28 137 206 2000 2004 2006 2008 2005 2002 2003 2007 214 1 2001 1999 1998 1997

122 66 201

176 204

427 427 453 490 681 381 67 67 233

120 120 32 40 332 332 353 233 138 214 46 46 163 44 48 128 128 151 138 138

458 20 1.410 159 3.735 134 483 153 1.462

213 643 1.081 511 311 311 5 38 4 18 73 63 5 38 4 18 63

126 70

146

Cuadro 8A (Continuación)
Gestión Almacenamiento ilegal Atención a denuncias Control Móvil Post RPPN Plantaciones forestales Informes de Agentes Auxiliares Notificaciones Seguimiento a la UOB Otras 853 Total Nº Nº 433 85 1 22 11 111 39 85 1 11 39 76 3 3 Nº Nº Nº Nº 31 Nº 31 Nº Nº Nº Nº 151 210 149 241 Nº Nº 145 958 433 30 206 2 13 475 1 31 2 160 2.997 3.695 347 4.663 312 341 341 655 560 108 76 3.375 2.329 2.332 2.682 2.682 2.231 2.518 2.513 453 31 2 2.900 32.870 Total 2000 2004 2006 2008 2005 2002 2003 2007 115 2001 1999 1998 320 1997

98

72

Fuente: Elaboración en base a los Informes de la SF (1997 a 2008)

147

Cuadro 9A. Unidad Móvil de Inspecciones Forestales (UMIF) establecidas por la Superintendencia Forestal (2006 – 2008)
UMIF 1 Jurisdicción (UOB (*) Puerto Rico Ribertalta Guayaramerín San Borja 2 Rurrenabaque Ixiamas Yapacaní 3 Santa Rosa del Sara Integrada Santa Cruz Guarayos Concepción 4 San Ignacio de Velasco San José de Chiquitos
Directriz ITE – 002/2004 (6/9/2004) (*) El área de acción de las UMIF corresponden al área jurisdiccional de las UOB

148

Cuadro 10A. Programas de Abastecimiento y Procesamiento de Materia Prima (PAPMP) aprobados por año
Descripción Aserradero Artesanía Exportadora Exportadora e Importadora Exportadora - Aserradero Exportadora - Carpintería Barraca Carpintería Manufacturera Laminadora Comercializadora de Productos semielaborados Durmientera Parqueteadora y Machihembradora Maestranza Planta de Tratamiento Comercializadora de muebles Comercializadora de Productos Secundarios Comercializadora Empresa de Servicios Carbonera Fábrica de cerámica Beneficiadora Castañera Palmitera Funeraria Depósito Despachadora 1084 1167 1119 846 509 896 672 593 TOTAL 769 743 3 23 22 1 1 1 1 1 1360 1425 1 3 7 1 2 4 3 70 7 6 5 14 5 19 11 47 19 5 2 5 41 20 12 6 1 1 1 1 20 20 9 6 38 20 12 2 4 72 22 15 2 1 93 29 18 3 4 78 32 22 6 2 5 1 4 3 1 2 1 3 1 5 3 1 173 49 158 2 133 45 143 84 175 95 144 90 1 1 1 261 131 314 181 225 158 3 2 251 163 4 247 131 2 76 109 85 Prom / año 366 0 114 196 252 311 405 383 1 1 1 270 201 2 168 0 0 0 193 107 1 0 19 0 2 1 0 2 38 17 10 3 0 2 3 0 0 0 932 2000 2004 2006 2008 422 2003 2005 2002 2007 420 2001 308 1999 235 1998 724 1997 352

312

255 2 88

300

369

371

319

Fuente: Informes de la SF 1997, 1998, 1999, 2000, 2001, 2002, 2003, 2004, 2005, 2006, 2007 y 2008

149

Cuadro 11A. Empresas concesionarias con Resoluciones Administrativas emitidas por el Superintendente Forestal para la realización de auditorías forestales (1997 – 2008)
Tipo de derecho Empresa Concesionaria Industria Maderera San Antonio Empresa Forestal y Agrícola Bolital Ltda. Aserradero Oquiriquia S.R.L. Empresa Forestal y Agrícola Bolital Ltda. Cuamobol S.R.L. Barraca Cimacruz Ltda. Aserradero Frerking S.R.L. Empresa Maderera Ipacaraí Aserradero y Barraca Puesto Nuevo (Ex - Empresa Maderera Berna Ltda.) Proyectos Integrales S.A. ( Ex - Yucumo Ltda.) Sociedad Industrial Maderera San Luis SRL Sociedad Boliviana Maderera Ltda. Aserradero San Pedro Empresa Monte Redondo Empresa Maderera Fátima Ltda. Itenez Ltda. Departamento Santa Cruz La Paz Santa Cruz Pando Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Pando Santa Cruz Beni Santa Cruz Santa Cruz Santa Cruz Beni Beni Beni Nº de RA 117/1997 129/2004 130/2004 131/2004 132/2004 133/2004 134/2004 135/2004 136/2004 081/2005 068/2005 080/2005 112/2005 AI/IJU/113/2007 AI/IJU/156/2007 AI/IJU/183/2007 Emitida en fecha 31/07/1997 15/12/2004 15/12/2004 15/12/2004 15/12/2005 15/12/2004 15/12/2004 15/12/2004 15/12/2004 01/07/2005 10/05/2005 30/06/2005 07/09/2005 30/07/2007 04/09/2007 24/10/2007

CFTF

Fuente: RA 1997, 2004, 2005 y AI 2007 Intendencia Jurídica CFTF: Concesión Forestal en Tierras Fiscales

150

Cuadro 12A. Leyes que respaldan la transferencia de los recursos de FONABOSQUE
Nº de Fecha Objeto Ley 2136 23/10/2000 Autoriza a la SF a transferir recursos de FONABOSQUE a favor del INRA, con el fin de ejecutar el saneamiento de las tierras de vocación forestal. 2136 2158 2253 3239 3302 Total 23/10/2000 Autoriza a la SF a utilizar recursos de FONABOSQUE para cubrir sus gastos de operación 13/12/2000 Autoriza a la SF a utilizar recursos de FONABOSQUE para cubrir sus gastos de operación 9/10/2001 Autoriza a la SF a utilizar recursos de FONABOSQUE, para cubrir sus gastos de operación. 15/ 11/2005 Autoriza a la SF transferir recursos de FONABOSQUE para funcionamiento del SIRENARE. Monto en Bs. 12.300.000

3.000.000 7.000.000 2.500.000 1.370.350 2.000.000 28.170.350

16/12/2006 Autoriza a la SF transferir recursos de FONABOSQUE para funcionamiento del SIRENARE durante la gestión 2006.

Fuente: Elaboración propia en base a Leyes de la República de Bolivia (2001, 2001, 2005 y 2006)

151

Cuadro 13A. Empresas con primera prórroga quinquenal de sus derechos
Nº 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 Nombre CIMAL Ltda. (Ex Vasber Internacional) Sociedad Compañía Industrial Maderera CINMA Ltda Empresa Agroindustrial La Chonta Ltda. Sociedad Maderera San Luís S.R.L. Industria Maderera Pando - IMAPA S.A Empresa Sociedad Aserradero Lago Rey Ltda. Compañía Industrial Maderera Ltda. (CINMA) Pando Empresa Industria Maderera Martínez S.R.L. (INDUSMAR) (Ex Empresa Sociedad Selva Negra S.R.L.) Empresa Industria del Mueble Roda S.R.L. (Ex Empresa Sociedad Laminadora San Miguel) Ltda.) Empresa Industria del Mueble Roda S.R.L. (Ex Empresa Maderera Lago Verde S.R.L.) Empresa Sociedad Aserradero San Martín S.R.L. Sociedad Aserradero MARABOL S.R.L.(Velasco) Empresa Compañía Industrial Maderera Limitada – CIMAL Ltda. (Velasco) Empresa Industria Forestal Cachuela Sociedad Anónima – INFORCASA (Ex Aserradero Los Indios S.R.L). Empresa Industria Forestal Cachuela Sociedad Anónima – INFORCASA (Ex Maderera Río Negro S.R.L.) Empresa Industria Forestal Cachuela Sociedad Anónima – INFORCASA (Ex Maderera San Joaquín S.R.L.) Empresa SAGUSA S.R.L. (Pando) Complejo Industrial Maderero San José Ltda. Empresa Maderera BERNA Ltda Compañía Comercial e Industrial CIMAGRO Pando Ltda. Empresa Comercial Industrial ROMANO Ltda. Empresa CIMAL/IMR Ltda (Angel Sandoval) Nº de RA 141/2003 142/2003 143/2003 144/2003 145/2003 146/2003 147/2003 148/2003 149/2003 150/2003 151/2003 152/2003 153/2003 060/2004 061/2004 062/2004 065/2004 066/2004 054/2005 055/2005 056/2005 012/2006

152

Este libro se terminó de imprimir en el mes de Noviembre de 2010 en los talleres gráficos de Editorial El País calle José Cronenbold Nº 6 Santa Cruz de la Sierra Bolivia