P. 1
Danziger Construccion Sujeto Cap1 1

Danziger Construccion Sujeto Cap1 1

|Views: 88|Likes:
Published by Mariana Rodriguez

More info:

Published by: Mariana Rodriguez on Feb 08, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

11/03/2012

pdf

text

original

La construcción del sujeto Orígenes históricos de la investigación psicológica

Kurt Danziger Universidad de York Prólogo
Los estudios históricos de las ciencias tienden a adoptar uno de dos puntos de vista bastante divergentes. Uno de ellos, típicamente mira los desarrollos históricos en una disciplina desde el interior. Esto es apto para dar por sabidas muchas de las presuposiciones que son populares corrientemente entre miembros de la disciplina, y en consecuencia tiende a ver el pasado en términos de progreso gradual hacia un presente mejor. El segundo punto de vista no adopta su estructura de trabajo de los temas y presuposiciones del campo que es su objeto de estudio, mas bien tiende hoy en día a contar con interrogantes y conceptos derivados de estudios en la historia, filosofía, y sociología de la ciencia. Una historia escrita desde el punto de vista de quienes están en el interior siempre transmite un marcado sentido de ser “nuestra” Historia. Ese no es el caso del segundo tipo de Historia, cuyo tono es apto para ser menos celebratorio y mas crítico. En el caso de las ciencias mas antiguas, historias del segundo tipo han sido por muchos años la incumbencia de especialistas en la historia, filosofia o sociología de la ciencia. Este no es, o quizás no es aún, el caso para la Psicología, cuya búsqueda de la historia ha sido en gran parte encomendada a los psicólogos. Por consiguiente, las historias desde el interior han continuado teniendo una prominencia que han perdido hace mucho tiempo en las ciencias mas antiguas. Sin embargo, buena parte del trabajo reciente en la historia de la psicología ha roto con esta tradición. Aunque mi propia instrucción formal fué en psicología, he intentado, en el siguiente volumen, adoptar una perspectiva mas amplia y analizar la historia de esta disciplina dentro de un esquema que debe mucho al campo de los estudios de la ciencia. Inevitablemente, el resultado no es el que hubiera obtenido si mi propia filición disciplinaria hubiese estado fuera de la psicología. Quizás he producido un tipo diferente de “historia desde el interior”.Que sea el lector quien juzgue eso. Este libro no es, de todos modos, una historia de la psicología moderna. En primer lugar me he limitado a ciertos aspectos de esa historia, si bien aspectos que considero son fundamentales. En el primer capítulo explico mis razones para la elección de temas. El esquema de trabajo general que he adoptado es, por supuesto, aplicable a otros temas además de los aquí analizados. El período de tiempo cubierto por el presente estudio es también limitado. Debido a que el punto central se encuentra en los orígenes históricos de la investigación psicológica, los desarrollos realizados mas allá de las primeras cuatro décadas del siglo veinte no han sido considerados. Este trabajo es acerca del período formativo de la psicología moderna, y el comienzo de la segunda guerra mundial es tomado como un marcador aproximativo del final de ese período. Esto no excluye breves referencias hacia desarrollos mas tardíos, aunque tampoco incluye desarrollos realizados hacia el fin de este período cuyo mayor impacto no ocurrió hasta transcurrido un cierto tiempo.

Finalmente, las consideraciones prácticas hicieron imposible extender el análisis aquí presentado hacia muchos campos importantes cuyos desarrollos tempranos fueron periféricos a los mas importantes de la disciplina. Por ejemplo, cuando planeé este libro por primera vez, me había propuesto incluir alguna discusión acerca del psicoanálisis.No obstante, pronto me dí cuenta de que ello hubiese requerido un estudio diferente y mas extenso para hacer justicia a ese tema. Consideraciones similares se aplican hacia otras áreas potencialmente interesantes como la psicología del desarrollo y la psicología social. Estoy en deuda con mis estudiantes graduados, Adrian Brock, John Dunbar, Cindi Goodfield, James Parker, Nancy Schmidt, Peter Shermer, y Richard Walsh, algunos de los cuales realizaron mucho del análisis de contenido de publicaciones periódicas que he utilizado en varias partes de este libro, y todos ellos me ayudaron a clarificar mis ideas en incontables discusiones. James Parker y Peter Sharmer hicieron contribuciones específicas de su parte, que influenciaron fuertemente mi tratamiento de algunos de los tópicos en los capítulos 5, 9 y 10. También me gustaría expresar mi agradecimiento a Mitchell Ash, Gerald Cupchick, Ger Gigerenzer, Rolf Kroger, Ian Lubek, Jill Morawski, David Rennie, Irmingard Staeuble, Piet van Strien, Malcolm Westcott, y Linda Wood por muchas sugerencias y comentarios valiosos. Por los consejos y ejemplos ellos han mejorado este libro, aunque no son de ninguna manera responsables por sus contenidos y deficiencias. El soporte financiero del Canadian Social Sciences and Humanities Research Council hizo posible la investigación sobre la cual está basada este libro. Aprecio esta asistencia tanto como la recibida de la York University, Toronto, la cual apoyó generosamente este proyecto en la forma de fondos de investigación y una beca de la Facultad de Artes, la cual me brindó tiempo suficiente para completar el manuscrito. En algunas partes de este libro me he servido de material previamente publicado. En particular, me gustaría reconocer el permiso otorgado por Yale University Press para utilizar una versión modificada de mi contribución a un volumen editado por Jill Morawski, titulado The Rise of Experimentation in American Psychology. Esto apareció como capítulo 6 del presente volumen. La tabla 5.2 es también extraída de esa fuente. También es debido un reconocimiento a la American Psychological Association y la Clinical Psychology Publishing Company por el permiso para usar extractos mas cortos de artículos previamente publicados en el American Psychologist y el Journal of the History of the Behavioural Sciences. La última sección del capítulo 8 es una versión levemente revisada de parte de un capítulo que aperece en M. G. Ash y W. R. Woodward, eds., Psychology in Twentieth Century Thought and Society (Cambridge: Cambridge University Press, 1987 ) Ultimo en orden, pero no en importancia, quiero expresar mi apreciación a Judy Manners por la extraordinaria habilidad y paciencia desplegadas en mecanografiar el manuscrito del libro. Kurt Danziger Toronto

2

Todas las conjeturas que son hechas acerca del mundo natural están totalmente constreñidas por este mundo de artefactos. Pero en realidad la psicología científica no trata con objetos naturales. (1) La misma verdad se mantiene para las fuentes inmediatas de información de los psicólogos. Nuestra organización de la historia del campo servirá también como una sutil justificación de la manera en que hemos caracterizado el campo en el presente. la triste verdad a veces fuerza a un desvío de este esquema de trabajo. el material es la mayor parte de las veces organizado en términos de sus contribuyentes prominentes. es sus hallazgos. pero muchos de nosotros probablemente veríamos algunos de estos componentes como jugando un rol mas esencial que otros. La interacción 3 . Por ejemplo. Un mensaje quizás no intencional de tales comunicaciones es que la psicología es sus teorías. y todo lo que el príncipe-investigador tiene que hacer es encontrarlos y despertarlos con el beso mágico de su investigación. Se ven a ellos mismos como investigadores que de manera individual. Aún si nos negamos a comprometernos explícitamente. procuran acumular hechos acerca de algún aspecto de la naturaleza través del uso de hipótesis y técnicas apropiadas. La mayor parte de los psicólogos han sido enseñados a caracterizar su propia actividad científica en términos de una estructura de trabajo derivada de la ciencia Física del siglo diecinueve. representándolo como la sucesión de contribuyentes individuales que acumularon “hallazgos” sobre la base de hipótesis progresivamente refinadas y de instrumentación cada vez más sofisticada. todo esto y más cabe en la formación de un campo. descubrimientos importantes. este libro es acerca de algunos elementos cruciales que están perdidos en este esquema de trabajo. completamente formados. listas seriadas (I). La visión heredada está basada en un modelo de ciencia que evoca al cuento de la Bella Durmiente: los objetos con los cuales trata la ciencia psicológica están todos presentes en la naturaleza. técnicas. en la presentación sistemática de la información derivada del campo de la psicología o de una de sus partes. La manera en que organizamos un campo determinará la manera en que organizamos su historia. es probable que demos a entender que ciertos componentes definen el campo mas efectivamente que otros por la manera en que organizamos nuestro conocimiento. Si la psicología es sus teorías o sus descubrimientos. o es sus contribuyentes individuales. son propensos a hacerlo en esos mismos términos. Obviamente. es probable que tratemos la historia del tema en términos de una sucesión de figuras prominentes. Trata con resultados de tests. y otros innumerables items que el investigador no precisamente halla sino que construye con gran cuidado. Por supuesto. por sus conceptos. o asociaciones profesionales ?. entonces su historia se tornará una historia de teorías psicológicas o descubrimientos psicológicos. distribuciones de frecuencia de respuestas.1 Introducción Acerca de qué es este libro ¿Qué es exactamente lo que constituye un campo como la psicología científica ?¿Está constituído por sus contribuyentes mas innovadores e influyentes. pero el esquema continúa operando igual. Para decirlo muy simplemente. escalas de clasificación. por las teorías que ha elaborado. por los hallazgos científicos que ha producido. Lo que está perdido es el reconocimiento de la naturaleza socialmente construída del conocimiento psicológico. Si vemos el campo de la psicología esencialmente como un agregado de contribuyentes individuales. Cuando ellos describen el desarrollo histórico de su campo. o teorías influyentes.

Por consiguiente. y conflicto. y tales roles como aquellos del sujeto experimental o del cliente en terapia son el resultado directo de la intervención del psicólogo. además de cualquier otra cosa que pudieran ser a la vez. el segundo tipo recogió el componente irracional y lo localizó en las peculiaridades personales y en los eventos accidentales que caracterizaron la vida de los contribuyentes históricamente importantes. importante en el contexto de descubrimiento. Las dos aproximaciones fueron el producto de un consenso tácito acerca de la disociación fundamental entre dos componentes de la actividad científica: un componente racional transindividual. las tablas y figuras en sus reportes de investigaciones.con otros ojos. ciertas implicaciones son evadidas usualmente. donde el primer tipo de revisión histórica se restringía a la sucesión lógica de hipótesis. poder.(3) Lo que une a los colaboradores individuales no es simplemente la posesión común de las mismas facultades lógicas y la común confrontación de la misma naturaleza externa. y el consenso no es. En tanto que el primer tipo de revisión implica que el progreso científico era un asunto gobernado por consideraciones puramente racionales. Por los datos que aparecen en las páginas de las publicaciones periódicas de psicología no son menos un producto de la ingenuidad constructiva de sus autores de lo que lo son los instrumentos y las hipótesis teóricas. Pero este discernimiento no ha guiado a numerosos estudios históricos. las actividades pautadas en sus laboratorios. sino si él puede establecer su contribución como parte del canon de conocimiento científico en su campo. La cuestión fundamental en la investigación no es si el investigador solitario puede verificar sus hipótesis en la privacidad de su laboratorio. de importancia primaria en el contexto de justificación: y un componente irracional individual. El contexto de descubrimiento es de hecho un contexto de construcción de teorías. Ellos están conectados por lazos de lealtad. el conocido contraste entre “contexto de descubrimiento”y “contexto de justificación” dió expresión a una difundida tendencia a relegar el componente subjetivo necesario en la actividad científica a un mundo misterioso que no era susceptible de un análisis lógico. y compromisos compartidos hacia ciertos objetivos. creció con esto una extraña dualidad en la historiografía de campos como la psicología. Al hablar de un campo como la psicología científica. son ante todo productos de la construcción humana. Envuelve acuerdos previos acerca de qué se cuenta como una evidencia admisible. la cuestión es una cuestión de consenso. Pero esta ya no es una posición popular. entonces la llave para entender su desarrollo histórico parecería yacer en aquellas actividades constructivas que lo produjeron. como si ellos tuvieran que meramente observar o registrar lo que ocurría fuera de ellos.(4) En otras palabras. Una vez que reconocemos la naturaleza esencialmente social de la actividad científica estamos forzados a ver ambos. mientras que el segundo tipo describía las vidas personales de aquellos individuos que fueron los autores de las hipótesis y los productores de la evidencia. de instrumentos y también de evidencia. Aunque esto parece bastante obvio. Las oraciones en sus libros de texto. En tiempos mas recientes. Lo que falta en esta descripción es alguna apreciación acerca de la naturaleza fundamentalmente social de la actividad científica. y ocupan posiciones en estructuras sociales mas amplias. En el pasado. estamos hablando acerca de un dominio de construcciones. Sus vínculos sociales son mucho mas complicados que eso. Ellos comparten intereses así como también facultades lógicas. los efectos de un empirismo ingenuo pueden haber asignado un rol esencialmente pasivo a los investigadores. En este mundo social de la ciencia la distinción neta entre componentes racionales e irracionales se desmorona. enteramente. el “contexto de descubrimiento”y el “contexto de justificación”.de los psicólogos con tales fuentes tiene lugar dentro de un sistema de roles sociales bien regulado. Ello incluye intereses establecidos y sesgos que no son examinados. un problema de lógica. Si el mundo de la psicología científica es un mundo construído. no son hechos crudos de la naturaleza sino artefactos 4 .

A menos que el psicólogo trabaje con animales. podríamos elegir la medición de una cualidad psicológica particular. Es verdad que los conceptos generales y las teorías también funcionan como esquemas de construcción que dan un significado particular a los objetos con los cuales trata la disciplina. Pero¿qué se quiere decir con estos “esquemas de construcción”? En primer lugar tales esquemas no son sólo estructuras de trabajo cognitivas para las interpretaciones de datos empíricos. simplemente a una historia de los métodos psicológicos en el sentido convencional. y la diferenció tanto de la psicología corriente como de sus propios predecesores intelectuales. Este énfasis en esquemas constructivos prácticos no llevaría. en la investigación psicológica existe la importante consideración adicional de que el investigador no es el único humano participante cuyas acciones son necesarias para que la práctica investigativa prosiga. donde los fines eran tomados como existiendo independientemente de y previos a los medios. tal como la inteligencia. las metas y los intereses de conocimiento que guían esta práctica dependen del contexto social dentro del cual trabajan los investigadores. y entonces trazar la efectividad de varios instrumentos para alcanzar dicho fin. ni una enumeración de sus sucesivos “hallazgos”. Es omitido el hecho de que la práctica investigativa es en mucho una práctica social. Convencionalmente. Es posible trazar la historia de la metodología psicológica en términos de una tal esquema de trabajo puramente instrumentalista. cuando sus profesionales se encomendaron decisivamente a métodos prácticos específicos de producción de datos. sino que incluyen reglas prácticas para la producción de dichos datos. Finalmente. el o ella también requerirán de la colaboración de fuentes de datos humanas sin cuya contribución no habría nada que reportar.(6) Es por esto que existe una historia real de la práctica de la investigación psicológica que no es ni una serie de narrativas acerca de psicólogos famosos.(5) No obstante. este último implica una abstracción de ciertos aspectos racionales y técnicos de la práctica investigativa de todos los otros aspectos. sin embargo.(8) Además. para evaluar la contribución simultánea de un conjunto de factores en efectos psicológicos y con ello atribuir el crecimiento de la popularidad de ciertas técnicas estadísticas a su efectividad superior en la realización de esta meta preexistente. Esta historia incluye los cambios que han tenido lugar en los esquemas de construcción que los psicólogos han usado en la producción de aquellos objetos que conforman el contenido aceptado de su disciplina.(7) Por el uso de esos métodos prácticos. Estas últimas son reconocidas como estando incrustadas en 5 . pero eso no es lo que está siendo ensayado aquí. Pero tales esquemas interpretativos se encuentran en las psicologías puramente especulativas tanto como en la Psicología empírica. Convencionalmente entendido. como un fin. O podemos considerarlo el fin que se nos ocurra. La noción de práctica investigativa entonces implica las dimensiones sociales de la práctica investigativa tanto como las lógicas. La diferencia yace en la manera en que uno concibe al método. solo requerían ser evaluados en términos de una lógica de medios y fines. La aplicación de estos métodos se convirtió en la característica especial del campo. La Psicología fué sometida a un cambio fundamental hacia el fin del siglo diecinueve. en el sentido de que el investigador individual actúa dentro de una estructura de trabajo determinada por los potenciales consumidores de los productos de su investigación y por las tradiciones de una práctica aceptable prevalecientes en el campo. la Psicología moderna creó un nuevo mundo de objetos psicológicos que definieron cada vez más el campo y los desarrollos puramente teóricos a losque estaban forzados a acomodarse. estos artefactos son construídos de acuerdo con esquemas explícitos y racionales aceptados dentro de una cierta comunidad de investigadores. El concepto de práctica investigativa es más amplio que el concepto de metodología. La práctica de los investigadores es tratada como si consistiera sólo en operaciones lógicas y técnicas llevadas a cabo por investigadores individuales independientes sobre pedacitos del mundo natural.elaboradamente construídos. Por ejemplo. los métodos empíricos en Psicología son concebidos simplemente como herramientas para la realización de ciertos fines teóricos. De esta manera.

encontraremos que en la historia de las prácticas investigativas psicológicas los cambios mas significantes fueron cambios en los fines más que mejoras en los medios. Mientras limitemos nuestra concepción de la práctica de la investigación psicológica a sus aspectos puramente racionales.(10) Desde este punto de vista podría haber algo claramente subversivo en la sugerencia de que la esfera de la metodología no es un reino de la razón pura sino un área de la actividad social humana gobernada por circunstancias mundanas como cualquier otra actividad social . Las normas de la buena práctica científica serán vistas como perteneciendo a un reino transhistórico e inmutable donde rigen eternos principios racionales. Pero este estado de las cosas es difícilmente compatible con las demandas de la disciplina por la objetividad de sus discernimientos en el comportamiento humano. Estas preocupaciones por la pureza del método frecuentemente se degeneran hacia una especie de fetichismo metodológico o “metodolatría”. estaremos inclinados a pensar acerca de la historia de esa práctica solamente en términos de progreso técnico.y las relaciones con el contexto social mas amplio que lo sustenta.una matriz social que incluye factores tales como el patrón de relación social entre los investigadores y sus sujetos. La generación social del conocimiento científico 6 . Fué solo por las características lógico-técnicas de sus prácticas investigativas que la psicología pudo dar alguna plausibilidad a sus demandas de status científico. se vuelve posible verla como el medio primario a través del cual las fuerzas sociales han configurado la produccíon de los objetos de la psicología científica. Pero este modelo general solo puede ser completamente apreciado cuando es estudiado en su desarrollo histórico.A pesar de eso. Aunque el racionalismo metodológico tiene adherentes fuera de la psicología. Pero en psicología las construcciones teóricas han sido raramente maravillas de la sofisticación lógica. tales demandas en psicología han dependido casi completamente de las virtudes racionales de su metodología. Sin embargo. Por lo tanto. y el pesimismo acerca de la probabilidad de llegar a un consenso racional sobre las bases de la teoría han sido extensamente difundidas. tanto la teoría como el método fueron considerados como depositarios de la razón científica.(9) Cuestiones relacionadas con la ortodoxia metodológica a menudo toman el lugar de las relacionadas con la ortodoxia teórica cuando la investigación o sus resultados son discutidos y evaluados. culturales e históricos juegan roles importantes en la elaboración y aceptación de la teoría psicológica.el tipo de intereses de conocimientos que prevalece en diferentes tiempos y lugares. donde elaborar procedimientos deductivos es una parte esencial de un discurso teórico. Todo lo que le queda a la historia mundana es la narración acerca de cómo investigadores inteligentes vinieron para aplicar esos principios eternos con una efectividad cada vez mayor. las consecuencias de esta sugerencia deberían ser exploradas. necesitamos de cualquier manera alguna clarificación de los aspectos sociológicos e historiográficos del tema. Una vez que restauremos la abstracción de una metodología puramente racional hacia el contexto mas amplio de la práctica investigativa. Antes de que podamos emprender esta tarea. Es generalmente aceptado el hecho de que habrá controversias acerca de los fundamentos teóricos y que factores personales. tal doctrina ha jugado un rol particularmente importante para esta disciplina.ya que el no hacerlo lo expone a uno a todos los riesgos acarreados por un ingenuo y autoengañoso estilo de práctica científica. hacia cuerpos de conocimientos más y más extensos. La práctica investigativa constituye en consecuencia un área de considerable ansiedad dentro de la disciplina de la psicología. y las normas acerca de una práctica apropiada en la comunidad investigativa relevante. si nos rehusamos a realizar esta reducción racionalista. En los campos más establecidos de las ciencias naturales.

Con algunas notables excepciones. desarrollos mas recientes en este campo han apuntado en la dirección de una genuina sociología del conocimiento científico. Esto puede deberse a la existencia de dos grandes cuerpos de opinión: para uno la dependencia social del conocimiento psicológico es demasiado obvia para merecer ser estudiada. las referencias a la ciencia como una actividad social se han vuelto comunes. y muchos de sus aspectos han sido estudiados en términos de su dependencia en estos procesos.(Figura 1) El círculo mas interno representa la situación social inmediata en la cual la información que será mas tarde transformada en datos de investigación y en conocimiento científico psicológico. sin embargo.En años recientes.(11) En otras palabras. en tanto que para el otro el tema es demasiado amenazador para el status científico de la psicología. Todavía. que las prácticas sociales de investigación de la psicología están demasiado restringidas por sus demandas de status científico como para ser ignoradas en ese contexto. El siguiente círculo representa la comunidad investigadora a través de la cual el producto de la investigación debe ser aceptado para ser tomado en cuenta como conocimiento científico psicológico. y existe un campo que crece rápidamente dedicado al estudio social de la ciencia. las instituciones profesionales.(12) el conocimiento psicológico ha sido largamente exento de este proceso. nuestro entendimiento de la determinación social del conocimiento psicológico debe seguir siendo bastante abstracta hasta que entendamos el crucial rol mediador jugado por la práctica investigativa. El círculo externo representa el contexto social mas amplio dentro del cual la comunidad investigadora está inmersa. como para ser tomado seriamente. ganado con tanto esfuerzo. Podría ser útil pensar en el contexto social de la práctica investigativa en términos de tres círculos concéntricos de radios variables.que exeptuaba el contenido de la ciencia en su perspectiva. Las fuentes de financiamiento a la investigación. y así sucesivamente. los potenciales consumidores externos de los productos e instrumentos del conocimiento representantes de disciplinas prestigiosas. son generados. En tanto que la mas temprana sociología de la ciencia era más una sociología de científicos. El hecho es. el conocimiento científico ha sido visto cada vez más como un producto de ciertos progresos sociales específicos. 7 .

y los aparatos de 8 . o de la entrevista. el material de los tests mentales. las cuales son por mucho las mas importantes en psicología.FIGURA 1 Situación Experimental Comunidad científica medio profesional Informe de investigación La imagen de círculos concéntricos es por supuesto un medio para representar la idea de que ambas. Similarmente. Pero debido a que nuestro interés está específicamente en la práctica investigativa. En el caso de las primeras dos. para mencionar las mas obvias. la interacción social de los participantes está en parte mediada por varios tipos de hardware y software. de la experimentación psicológica. Antes de que el proceso completo de producir material que cuente como conocimiento científico psicológico pueda comenzar. políticos y económicos aún mas amplios. la situación investigativa inmediata y la comunidad investigadora son tenidas en cuenta como insertas en relaciones sociales que se extienden mas allá de sí mismas. nos limitaremos a los tres círculos mas internos. una descripción verdaderamente comprensiva tendría que adicionar círculos mas allá de los tres aquí discutidos para representar contextos culturales. algunos individuos tienen que reunirse para generar la información que constituye el punto de partida para este proceso. En el nivel mas interno tenemos que tratar con lo que esencialmente son situaciones caraa-cara. En el reunirse para este propósito ellos establecen ciertas situaciones sociales con un carácter distintivo-las situaciones de los tests mentales. considerando a su vez algunas de las cuestiones mas importantes que se presentan dentro de cada uno.

y existe una gran cantidad de literatura empíricamente orientada acerca de “la psicología social del experimento psicológico”.(15) Tal conceptualización de proceso social como ocurre en este trabajo. el experimento psicológico o el test. por que tales esfuerzos representan un ejercicio de su acción social. No obstante.(20) Los experimentos psicológicos son por consiguiente diferentes en principio de los experimentos en física. una empresa cuyos resultados son difíciles de interpretar sin empantanarse en un retroceso infinito. el reconocimiento de los así llamados efectos de la expectativa del experimentador y las características de la demanda se han vuelto ahora comunes. es por ello una situación social y como tal debe compartir las características que se encuentran en todas las situaciones sociales. se cree que las fuentes de datos humanas deben ser tratadas de la misma manera si la psicología funciona como una ciencia experimental propiamente dicha. o el caso en el que los individuos experimentan sobre ellos mismos. En primer lugar. lo cual depende enteramente de su apreciación de la situación en la que están inmersos.(19) Pero los sujetos humanos en los experimentos psicológicos son de hecho incapaces de comportarse simplemente como objetos naturales. existen casos marginales donde el status social de la situación investigativa es menos directo. por que el experimentador y la fuente de datos humana deben necesariamente 9 . en otras palabras. mucha de la literatura acerca de los efectos sociales en experimentos psicológicos está simplemente dedicada a demostrar la mera existencia de dichos efectos.Mas aún.(17) Tales problemas derivan mayormente de una sola fuente. De acuerdo con esto.laboratorio en particular. las limitaciones de su literatura son mas remarcables que sus realizaciones desde el punto de vista de la promoción de un entendimiento del proceso social de generación del conocimiento psicológico. existe una invasiva tendencia a relegar los aspectos sociales de la investigación psicológica al status de “artefactos” o. asocial. los experimentadores y sus sujetos participan. Pero ninguno de estos contaba más que como una pequeña fracción de la investigación psicológica a lo largo del siglo pasado. la pretensión de que los experimentos psicológicos no son en principio diferentes de los experimentos en las ciencias naturales. a saber. Aún si ellos tratan de hacerlo. alteraciones del proceso de investigación que no pertenecen a su esencia natural. Su rareza solo sirve para enfatizar la naturaleza inherentemente social de la mayoría de las investigaciones psicológicas. está usualmente confinado a categorías socio-psicológicas más que sociológicas y por ende no se consigna el hecho de que las respuestas de los individuos a las situaciones experimentales tienen su lugar en el contexto de un sistema social en miniatura en el cual ambos.(14) Aunque ello representa indudablemente un avance en la ingenuidad tradicional de los psicólogos en tener en cuenta tales cuestiones. Hasta hace relativamente poco la total ceguera de los investigadores psicológicos hacia las fuentes sociales de sus situaciones investigativas constituyó uno de los rasgos mas característicos de su práctica investigativa. Por supuesto. y no a aquellas personas que realizaban la presentación.(13) Sin embargo. es una verdad elemental que la reunión de información psicológica relevante requiere de la participación social activa de individuos que actuarán como la fuente de esta información. Esto ha permitido a los investigadores pasar por alto el carácter social de todas estas situaciones investigativas y simular que sus sujetos sólo reaccionaban a los materiales inertes presentados a ellos. no estando dirigidas a promover un entendimiento de los procesos sociales implicados en la investigación psicológica. y ahistórico queda inquebrantado y aparentemente más allá del alcance de la corrección empírica. tales como el uso de fuentes documentales. Lo que sea que pudiera ser.(18) Debido a que en el último caso los experimentadores pueden tratar a lo que sea que estén investigando como un objeto puramente natural. en tal programa de investigación el método preferido para estudiar los aspectos sociales de la experimentación es el mismo método experimental. ellos niegan este propósito ficcional en cada acto en que tratan de alcanzarlo.(16) De esta manera la abstracción racional de un proceso de investigación puramente lógico.

Sabemos que en la investigación trans-cultural esto no puede darse siempre por sabido. Averiguar más acerca de las relaciones sociales que existen entre los experimentadores y sus sujetos humanos es seguramente mejor que simular que no están allí o que no son de importancia. De esta manera. Además de esto existe sin embargo un nivel de interacción social esencial. La doctrina tosca que relegaba todo lo que no entrara en la imagen de la física experimental a la categoría de “místico”está siendo tratada cada vez más como una curiosidad histórica. los resultados experimentales en Psicología estarán siempre co-determinados por las relaciones sociales entre experimentadores y sujetos. La conducción exitosa de los experimentos psicológicos depende de la buena voluntad de todos los participantes para guiarse por estas reglas. Como en todas las instituciones sociales. sino una de las precondiciones esenciales para tener una situación experimental viable.(22) Pero los factores psicológicos como las expectativas del experimentador o la “evaluación apreciativa”del sujeto operan dentro de un marco social que debe darse por sabido en dichos estudios. el experimento psicológico no sólo tiene una cierta estructura social que puede ser analizada sino una Historia que puede ser trazada. Esto no es un “artefacto”. Es de esperar que después de un siglo de lozana vida. Por supuesto. que requiere ser programado de manera arbitraria. tiende a ser limitada a ciertos factores socio-psicológicos que operan en los experimentos psicológicos. y eso por supuesto sólo puede ocurrir si tienen el nivel apropiado de conocimiento previo para entenderlas. no es un tema abierto a dudas. En aquellas sociedades en las cuales es practicada en alguna escala. Es legítimo preguntar cómo surgió esta construcción social en primer lugar y cómo terminó tomando la forma que hoy estamos dispuestos a dar por sabida. Ahora existen diferentes formas de perseguir tal meta. Como todas las instituciones sociales. esta institución es parte de la Historia de aquellas sociedades que la produjeron. deberemos adoptar una aproximación histórica más que experimental. La forma experimental a la cual se ha aludido. la psicología experimental ahora se sienta lo suficientemente segura para enfrentar el hecho de que puede haber diferencias esenciales entre ella misma y las ciencias experimentales mas antiguas. Ni los experimentadores ni sus sujetos ingresan a la situación de investigación como un vacío social. Ambos son producto de un desarrollo histórico distintivo 10 . y puede esperarse la admisión de las marcas de sus orígenes. pero está siempre presente. Pero antes de que discutamos esto como un problema del tercer mundo debemos recordar que poco más de un siglo atrás la institución del experimento psicológico era tan desconocida en todas partes como debe ser ahora en parte del tercer mundo. Consecuentemente. la interacción de los participantes está constreñida por modelos institucionales que prescriben qué se espera y qué está permitido para cada participante. peculiar de los experimentos en psicología-la interacción de experimentadores con las fuentes humanas de sus datos. la experimentación psicológica se ha transformado en una institución social reconocida por la mayoría de la gente con un cierto nivel de educación. Ahora entendemos mucho más acerca de cómo el tipo de obtención de conocimiento que resulta de un experimento depende crucialmente de la interacción de los científicos unos con otros.estar comprometidos en una relación social. En última instancia. si deseamos mejorar nuestro entendimiento acerca del marco social aceptado dentro del cual los individuos participantes en experimentos psicológicos deben desempeñarse.(21) Pero este es un nivel de influencia social que la investigación psicológica comparte con la investigación en otras ciencias experimentales. Este marco debe estar provisto por las tradiciones y convenciones de la experimentación psicológica que se han desarrollado a través de los años y son ahora bien entendidas por todos los experimentadores y por la mayoría de sus sujetos. El significado preciso de este factor puede ser variable. la vieja noción de que el conocimiento producido por experimentos depende sólo de la interacción de experimentadores individuales con los materiales de la naturaleza es falsa aún en el caso de las verdaderas ciencias naturales.

Esta identificación del producto es consumada por lo que significa para un sistema de certificación. Aunque los estudios acerca del marco social para la interacción de los investigadores y sus sujetos es virtualmente inexistente. sin embargo. El nivel sistemático o histórico del análisis trataría precisamente esta existencia de pautas actuales como problemáticas e intentaría trazar su origen y desarrollo histórico. Esta controversia es usualmente representada como una entre introspeccionistas y conductistas. Todo investigador bien entrenado en el campo sabe que la misma idea de una Psicología científica surgió en tiempos relativamente recientes y que su promulgación práctica proviene de un período aún mas reciente. Esa aceptabilidad depende de si el producto se pone a la altura de los niveles corrientemente prevalecientes en lo que constituye conocimiento científico psicológico. B.(23) El tipo de conocimiento detrás del cual está el trabajador científico no es conocimiento privado sino público. El hecho de que esos niveles hayan sido internalizados completamente por la mayoría de los investigadores en el curso de su socialización profesional no afecta en manera alguna el status público de ellos. Titchener siempre justificó su práctica investigativa en el 11 . Pero en este nivel la existencia de pautas en sí mismas debería darse por sentado. existen dos niveles diferentes en los cuales el análisis de este aspecto de la práctica social puede ser buscado. nos movemos en un terreno relativamente más familiar cuando consideramos los dos círculos mas externos que determinan la práctica de la investigación. Es precisamente este desarrollo histórico el que intentamos trazar en el presente volumen. Algunas consideraciones historiográficas El hecho de que corrientemente las pautas actualmente dominantes acerca de qué es lo que cuenta como conocimiento psicológico científico no han existido siempre y de que no han sido siempre dominantes. reconocemos la práctica social de la investigación psicológica científica como incluyendo una cierta organización de trabajo para el propósito de generar un cierto tipo de producto que se identifica como conocimiento psicológico.que ha dejado un pesado sedimento de fe ciega y tradición incuestionada. Lo que es notable. Es asimismo bien conocido que subsecuente a la fundación de la psicología experimental existía una mayor controversia acerca de las pautas sobre qué era lo que iba a constituir el conocimiento psicológico científico. Este nivel de análisis será llevado a cabo aquí. a pesar de que. La investigación psicológica no es algo llevado a cabo por investigadores individuales trabajando por su propia cuenta. es un hecho universalmente reconocido. los investigadores psicológicos enfrentan problemas que no son en principio diferentes de los problemas sociales enfrentados por otros grupos de científicos. los investigadores deben estar constantemente atentos a la aceptabilidad de su producto por parte de un público particular. Sus aspectos sociales no están limitados a la interacción entre los investigadores y las fuentes humanas de sus datos. Desde esta perspectiva. la historia es mas compleja que eso. En diseñar sus experimentos y preparar el producto cognitivo de sus investigaciones para publicarlos. el público por el cual es aceptado debe ser un público científico. a cargo de autoridades reconocidas trabajando dentro de un marco institucional establecido. Si el conocimiento está para ostentar el sello de la ciencia. como veremos mas tarde. Como en el caso de las interacciones investigador-sujeto. es que un introspeccionista de primer orden como E. Existe el nivel psicológico social donde uno preguntaría acerca de cómo los investigadores individuales se adaptan a las normas prevalecientes del conocimiento científico y cómo negocian diferentes interpretaciones de esas normas. Lo que esto significa es que la comunidad científica está íntimamente implicada en la práctica social de la investigación científica. En su interacción con otros investigadores y con un contexto social mas amplio.(24) Eso significa que no puede ser llevado a cabo sin la aceptación de alguna clase de público.

Aquellos que. esta es otra vez una cuestión de preferencia. Este nivel de determinación social puede ser pensado como constituyendo el más externo de los tres círculos concéntricos que fueron usados previamente para representar los múltiples estratos de la práctica social de la investigación. controlan los recursos sociales. la pregunta acerca de la relativa veracidad de estas concepciones no es relevante. deben ser persuadidos a desviar una parte de los mismos hacia determinados grupos de investigadores. criterios e ideales más que con cuestiones de hecho. y las razones de los cambios en estos compromisos. La elección de los introspeccionistas de un tipo de conocimiento diferente era una cuestión de preferencia. siendo el presupuesto que puede haber sólo una versión verdadera concebible acerca de lo que constituye conocimiento científico psicológico. Aunque cada círculo hace su propia contribución 12 . Cuando procuramos trazar los cambios históricos en la práctica social de la investigación. ahistórico. en un tiempo dado.(27) Pero tales pautas ahistóricas usualmente vienen a ser determinadas pautas particulares que se tornaron corrientemente populares. finalmente. pero ellas mismas se encuentran en la necesidad de adoptar posiciones en relación a otros grupos de investigadores. Pueden existir otros grupos de investigadores que están particularmente bien establecidos. En primer lugar estamos tratando con pautas. por supuesto. Una disciplina recién emergente como la psicología científica debe en todo momento ser cuidadosa en distinguir sus productos cognitivos. y este compromiso determina la naturaleza de la práctica investigativa de sus miembros. Dichas comunidades nunca existen en un vacío social. y hacia el público en general. y que sirven como modelos de una práctica exitosa. y el círculo del medio representa la interacción de los miembros de la comunidad científica entre ellos. Estas razones deben ser halladas en la situación histórica común afrontada por miembros de una comunidad científica particular. En el estudio de los cambios históricos de las concepciones prevalecientes del conocimiento psicológico. Si su definición resulta ser diferente de aquella de los conductistas. y de los reclamos de otras disciplinas.(25) Los tratados mas ingenuos de libros de texto describen esta controversia simplemente como un conflicto entre verdad y error. Al elevarlas al nivel de criterio final. El círculo central representa la interacción social directa de los participantes en la situación investigativa.nombre de la ciencia y denigró la práctica de sus oponentes como no siendo ciencia sino tecnología. más que hacia otros propósitos. Los requerimientos de potenciales consumidores de los productos cognitivos de una disciplina también harán su parte. Las implicaciones conservadoras de esta posición no necesitan elaboración. e influyentes.(26) esta controversia se transforma en una entre concepciones rivales acerca de qué contaría como conocimiento psicológico científico. la cual solo puede ser vista como algo que es correcto o erróneo si una definición particular de ciencia es aceptada como la única verdadera en algún sentido absoluto. Lo que indudablemente es relevante en este contexto son las razones que determinan la existencia del compromiso hacia ciertos ideales de práctica científica. no de error. Aquí no estamos tratando meramente con medios cuya adecuación lógica y práctica puede ser fijada en términos de algún fin o meta aceptados. Pero si nos libramos de las presunciones irracionales de que la verdad necesariamente subyugará al error. hacia aquellos que controlan los recursos materiales para investigación. sino con los fines o metas en sí mismos. del conocimiento cotidiano del público lego. tenemos que poner a un lado las cuestiones referentes a la verdad. se presupone la ilusión patente de que el desarrollo histórico ha alcanzado una especie de culminación en el presente y ahora se detendrá. Todos estos y otros factores similares ayudan a configurar los tipos de metas de conocimiento que prevalecen en un campo dado. Las comunidades científicas particulares se caracterizan por su compromiso con ciertas metas científicas. y por lo tanto determina los modelos dominantes de práctica investigativa. y que por ello todo lo que lleve a cabo la autoridad histórica debe ser más verdadero. y entonces el atributo de veracidad es simplemente inapropiado. Si lo que ellos hacían era científico depende de la definición que se tenga de ciencia.

al menos en los Estados Unidos. por elegir procedimientos que tienen el peso de la tradición detrás de sí.En relación con esta etapa. en los que se trata explícitamente con los problemas de la práctica investigativa. Los aspirantes a investigadores son típicamente socializados en ese arte por medio de ejemplos próximos. cuando el campo estaba tratando de definirse a sí mismo y de diferenciarse de campos afines. Mantener una clara distinción entre la práctica real y el discurso acerca de la práctica es necesario porque este último implica las formas en que los profesionales justifican su práctica ante ellos mismos y ante otros. estamos imposibilitados de proceder de esta manera. En psicología. es difícil escapar a la impresión de que su significación en los diferentes momentos de la historia de la psicología moderna ha variado ampliamente. y nunca podrán ser exigidos de justificar. No obstante. Pero sólo ciertos aspectos de la práctica investigativa reciben alguna vez el tratamiento extenso de un libro. tales informes tienden a pertenecer a la ideología más que a la práctica de la investigación.(30) Una modalidad de relato social. el componente tácito tiende a ser mucho mayor en el nivel de la práctica que en el nivel de la teoría. porque podríamos observar investigadores trabajando actualmente. los investigadores tienden a ser pobres fuentes directas de información cuando ésta llega hasta ciertos aspectos de su práctica. Los datos documentales. provee sólo un reflejo muy parcial y a menudo distorsionado de la práctica. un entendimiento del discurso prevaleciente acerca de la práctica es tan importante como un análisis de la práctica real. Las prescripciones metodológicas de representantes prominentes del campo pueden a veces ser de valor. La significación de tales afirmaciones necesita siempre ser confrontada con evidencia independiente acerca de la práctica efectiva. Pero después de la primera guerra mundial. o lo que ellos quieren que los demás piensen que estuvieron haciendo. un acercamiento que permite la emergencia de algunas preguntas fundamentales cuyas respuestas son dadas por sentadas en cualquier presentación de libro de texto en particular. En cualquier caso. donde algunos de estos aspectos no pueden ya ser pasados por alto completamente. Mas aún. Son precisamente los aspectos sociales de la práctica científica los que son sistemáticamente excluidos de las discusiones de los profesionales acerca de metodología. Estas se vuelven históricamente interesantes. pueden tener poca relación con la práctica en general. están comúnmente limitados a los aspectos puramente técnicos. Con respecto al discurso acerca de la práctica. o preguntarles detalladamente acerca de sus acciones. que como podría aparecérsele a un observador menos parcial con una perspectiva mas amplia. cuando los cambios en el tratamiento de ciertas cuestiones son comparados a través del tiempo. no importa cuán prominentes. En otras palabras.(28) De hecho. pero no necesariamente nos relatan lo que realmente hicieron. las afirmaciones de individuos. En particular. el balance que se les exige. Esto no importaría demasiado si nosotros quisiéramos estudiar la práctica contemporánea. El más significativo de estos problemas procede del hecho de que el reino de la práctica implica una gran cantidad de aquel “conocimiento tácito” que ha sido largamente reconocido como jugando un rol crucial en la investigación científica. las dicusiones de textos acerca de cuestiones metodológicas tienden a sufrir esta limitación. y para el resto debemos buscar otras fuentes de evidencia. está comúnmente limitado a consideraciones puramente técnicas. que es nuestro interés final.(29) Pero si procuramos entender las prácticas actuales en términos de su desarrollo histórico.específica al modelo general de práctica investigativa. estas contribuciones no son autónomas sino que derivan su significancia de su inmersión en un contexto social mas amplio. Dicho discurso fue obviamente crucial en los años tempranos de la psicología experimental. Ellos nos dicen lo que sus autores piensan que estuvieron haciendo. Cualquier intento de estudiar el desarrollo histórico de la práctica investigativa se enfrenta con ciertos problemas prácticos. son discutidos como “artefactos” que pueden perturbar el curso normal racional de la práctica investigativa. ante ellos mismos o ante otros. la psicología parece haber entrado en un período mas estable durante el cual las respuestas a la mayoría de 13 .

y suficiente información indirecta como para permitirle a uno delinear algunas conclusiones acerca del tipo de relación que debe haber existido entre los investigadores y sus sujetos humanos. las convenciones que gobernaban las publicaciones de investigaciones científicas habían llegado al punto en que prescribían que. como fue desarrollado en la sección anterior.(34) Para volver una vez más a la representación de la práctica social de la investigación de los tres anillos concéntricos.) En consecuencia. y segundo.(32) Parte de la razón para esto puede yacer en la tendencia a tratar tales reportes en el valor nominal aunque hayan transcurrido muchos años desde su publicación original. los medios que usaron para hacer esos datos presentables. son preservados para la posteridad y consecuentemente están disponibles para su inspección como documentos históricos mucho después de haber servido a su propósito original.(31) Estos reportes de investigación aparecidos en reconocidas publicaciones periódicas científicas nos proveen del registro histórico que nos posibilita trazar los cambios significativos en la práctica investigativa a lo largo de los años. en primer lugar. una importante fuente de información para nuestro estudio histórico del desarrollo de la práctica investigativa. es sorprendente que los reportes de investigación hayan sido tan excepcionalmente sometidos al estudio histórico sistemático. prestaremos menos atención al discurso acerca del método que a un análisis de la práctica real. las convenciones de la práctica científica nos proveen de una verdadera e importante fuente de información acerca de aquellos aspectos que son ignorados o distorsionados en discusiones acerca de la técnica. dados-por-sabidos de su práctica social que les permitió producir algo que ellos reconocían como “datos”. como veremos. Sin embargo. y en psicología en todo caso. Como tales. Por supuesto. Pero un artículo de investigación puede informarnos acerca de mucho mas que los datos específicos que sus autores quisieron comunicar a sus contemporáneos. Tales productos constituyen una gran parte del crucial dominio público de la ciencia. nuestro análisis intentará sondear detrás de la fachada convencional del artículo de investigación hacia los tipos de prácticas de las cuales era el producto. porque la naturaleza históricamente única de cada estudio estuvo acentuada por el uso de fuentes de información humanas. En lo que estos autores estaban interesados era en la comunicación de sus hallazgos en una manera aceptable. Mucha de esta información es obtenida analizando aspectos de los reportes de investigaciones a los cuales sus autores habían atribuido poca significancia en su momento. las convenciones de las publicaciones científicas ejercieron suficiente influencia como para asegurar la inclusión de una considerable cantidad de información que se relaciona con el desarrollo de prácticas investigativas.(Mas cercano a nuestros días hubo un renacimiento del interés en los temas mas fundamentales pero esto nos lleva mas allá del alcance histórico del presente volumen. Los productos de la práctica investigativa consisten en informes publicados en medios especializados que tienen un cierto establecimiento en alguna comunidad investigativa relevante.(33) De este modo.las cuestiones metodológicas fundamentales fueron cada vez más dadas por sentadas y la discusión se limitó a cuestiones técnicas. En el tiempo en que esa psicología experimental emergió. en lo que nosotros estamos interesados son. Afortunadamente. Por ejemplo. Por. no fue realista. la práctica efectiva sufrió un cambio considerable aún cuando esto no fue siempre adecuadamente reflejado en el discurso corriente acerca de la práctica. los reportes de investigación psicológica siempre contienen alguna información directa acerca de la identidad de los participantes en el estudio investigativo. suficiente información acerca de los procedimientos debía ser reemplazada para permitir a otros investigadores replicar el estudio publicado. en consecuencia. el informe de investigación 14 . Dado su potencial y enorme valor informativo y su relativamente fácil acceso. en principio. los aspectos tácitos. las prácticas de publicación fueron a menudo insuficientes para este ideal. El análisis sistemático de artículos de investigación aparecidos en las principales publicaciones periódicas del campo formarán.

Dicho alcance es importante por el nivel sistemático del análisis proyectado. nos interesará la identificación del patrón de variación. Las raíces de la rigidización mas tardía yace en este período más temprano. la reestructuración de esta infomación para hacerla adecuada a un cierto modelo prescripto acerca de a qué debe parecerse el conocimiento científico en el campo. Muy pronto. la formación de nuevas comunidades investigativas enseguida vuelve mas apropiado adoptar un nivel de análisis diferente. principalmente al comienzo de nuestro período. y divergían ampliamente unas de otras. En estos términos tendremos que extender nuestro análisis durante muchas décadas para tener un sentido de la dirección del desarrollo histórico de las prácticas investigativas. cuando la psicología empírica moderna emergió. el artículo de investigación publicado refleja algo de la interacción social entre los participantes en la situación de investigación. y segundo. Por ello.publicado puede ser pensado como existiendo en el límite entre el anillo central y el del medio. ciertas tradiciones de práctica investigativa se formaron dentro del nuevo campo. Debido al gran volumen de producción investigativa se hace prácticamente imposible analizar cada artículo relevante publicado. (36) Centralmente.(35) Pero durante el primer medio siglo de su existencia. sin embargo. debe presentar su información de tal manera que se ajuste a ciertas pautas acerca de qué constituye conocimiento aceptable en el campo. Los tipos de procesos con los que estaremos tratando son esencialmente procesos colectivos que caracterizan las prácticas comunes de muchos individuos. al principio como un campo de actividad identificado para un grupo diferenciado de profesionales. En realidad. También tendremos que limitar el alcance de nuestra indagación a una parte de la historia de la psicología moderna. Para ser aceptado. lo mejor que produciría sería una visión instantánea y estática de las prácticas investigativas en un tiempo particular y en una determinada localidad. Estas limitaciones temporales permiten un alcance mas abarcativo de la literatura de investigación en el campo de lo que hubiese sido posible de otra manera. No sólo sería difícil alcanzar un entendimiento de los desarrollos históricos mas tardíos sin el conocimiento del período precedente. Pero aún si este tipo de análisis fuese exitoso. y en parte por que están inmersas en un contexto mas amplio de cambio histórico (el más externo de nuestros tres círculos). será necesario tomar una muestra de publicaciones a intervalos de varios años. Hacia la mitad del siglo veinte las prácticas investigativas psicológicas se habían asentado en un molde bastante rígido que relativamente permitía alguna pequeña variación. las prácticas en las que estamos interesados constituyen un blanco móvil en el sentido de que están sujetas al cambio histórico. 15 . En una dirección. el rol de los individuos específicos se vuelve relevante a nuestro análisis. y los desarrollos subsecuentes son debidos a respuestas colectivas a los conflictos entre tradiciones rivales y las presiones provenientes desde afuera. No puede dudarse de que esa tendrá que ser mas bien el período temprano que el más tardío en el desarrollo de la disciplina. que caracterizara las prácticas de investigación de la disciplina en su conjunto. más que la evaluacióndel papel desempeñado por determinados individuos . pero está también dirigido a una audiencia científica particular por la cual espera ser aceptado. proveernos de algún discernimiento dentro de los dos niveles de construcción social que se han dedicado a su producción: primero. Aunque necesitamos entender las contribuciones de unos pocos pioneros particularmente influyentes en el punto de emergencia de la nueva disciplina. en parte por conflictos en la comunidad científica. las prácticas investigativas de la nueva disciplina seguían fluctuando. tanto sincrónico como diacrónico. Las contribuciones individuales son de interés sólo en tanto representen una dirección general significativa. Un análisis apropiado de los artículos de investigación puede. la estructuración social de la situación de investigación de manera tal de producir un cierto tipo de información. por ende. sino que sería un verdadero peligro de perder algunas de las cuestiones más significantes. así que el análisis de lo que ocurrió en este período puede contribuir a un entendimiento de los modelos más familiares que siguieron.

1981). En una extensión considerable esto también es verdad de la ciencia Física. eds. 1971).NOTAS 1. Bem. 1975). pp. ver P. Ravetz. 1975) pp. Los reportes de la investigación esencialmente suministran relatos lingüísticos o interpretaciones. el carácter obligatorio de lógico.165-169. pp. R. “Physicsnatural science or technology?” en W. qué es lo que hace que se descubran. y G.. Proceedings of the First European Meeting of Cheiron (Leiden: Ryksuniversiteit. Krohn.” Scientific discoverie and the future of phylosophy of science. “Los descubrimientos no simplemente ‘ocurren’ o ‘suceden’ naturalísticamente. deriva de ciertos propósitos estrechamentre definidos y de un uso acostumbrado e institucionalizado. Weingart.” en E. p. 2. “The social function of cognitive structures: A concept of the scientific community within a theory of action” en K. 3. p. Determinants and control of Scientific Development (Dordrecht: Reidel. The Dinamics of Science and Technology (Dordrecht: Reidel. y H. Ver S. 129-141.”Context of discovery and conceptual history of psychology”. ha sido presentado por Gernot Böhme. 101: “La audiencia de reportes de investigaciones no está nunca expuesta a eventos en marcha . 1982 ). Weingart. Zillian. y P. Whitley. Brannigan. P. la cuestión no es qué es lo que hace que ellos sucedan.” Ver B.(comparar) K. con ilustraciones de la Historia de la Psicología experimental. pp. 207-231. y R. Un análisis útil de tales esquemas constructivos.”Relativism.Scientific Discovery. y T. uno nunca adquiere experiencia de primera mano con el proceso de investigación en sí mismo. Böheme. J. En otras palabras. Mendelsohn. 1983).” Ver A. el principal producto de la investigación es el lenguaje. Gergen.” en T. sino que son producciones socialmente definidas y reconocidas. Más bien. Bloor. Bem.. 4. Logic and Rationallity. The Social Basis of Scientific Discoveries (Cambridge: Cambridge University Press. 1-59.” 6. cf. pp 3-27. y W. Scientific Knowledge and (New York: Oxford University Press. en S.. van Hoorn. sino mas bien.. Boston Studies in the Phylosophy of Science. La investigación psicológica ahora adquirió las características generales de la investigación científica en cuanto a que esta ultima puede ser caracterizada como “un tipo de oficio especial que opera sobre objetos intelectualmente construídos” ver T.. eds. 1978). Layton. eds. E. 77. vol 56 (Dordrecht and Boston: Reidel.205225. Nickle ed. ver P. eds. H. Jr. 8. 1977 ). The Social Production of Scientific Knowledge (Dordrecht: Reidel. knowledge interests and the constitution of the scientific object: A case study in the functioning of rules for experimentation. “Cognitive norms. p. tal como es. T. Rappard. rationalism and the 16 . H. Strasser. Knorr. 1980 ). D. Janich. Feyerabend. 116. Barnes y D.G. Against Method (London: NLB. 5. Toward Transformation in Social Knowledge (New YorkÑ Springer. pp. Nickles de. Puede argumentarse que la misma situación existe respecto a cualquier sistema de procedimientos puramente lógicos:”Como un cuerpo de convenciones y tradiciones esotéricas. 7. Para una crítica general de la distinción entre los dos contextos.

. Rosenthal and R. E. Psychology in Social Context (New York : Irvington. Rosenthal and R. eds. “Untersuchungen über den Einfluss des Versuchsleiters auf das Prüfergebnis. Romanyshyn. y uno informado por desarrollos más recientes. 1982). y C. R.”en M. y Elton Mayo.J. 9. R. Expenmenter Effects in Behavioral Research. Artifact in Behavioral Research (New York: Academic Press. 1967). 1975). D. L. 1976). (New York: Irvington. Law y P. D. 14. 13. B.. Devereux fué el primero en reconocer la profundidad de la ansiedad alrededor del área de la metodología como una indicación de problemas fundamentales en las ciencias del comportamiento. and London: Erlbaum. Hollis y S.” Industrielle Psychotechnik 1 (1924): 289-291. Devereux. como J. X. 1969).” Psychological Review 40 (1933): 337-354. rev. From Anxiety to Method in the Behavioural Sciences (The Hague: Mouton. The Hans Legacy: A Story of Science (Hillsdale.: Sage. Para una sucinta introducción a temas en este campo ver la introducción a K. 45). Rosnow. 1976). Un caso paralelo ocurrió en el campo de la experimentación con animales . Lukes.. Rosenthal.” Journal of Phenomenological Psychology 2 (1971) : 93-113 . Barber. ver W. Por su exposición a problemas del mundo real. 1979). Rosnow. ver S. los psicólogos industriales fueron forzados a reconocer rasgos sociales en las situaciones investigativas en una etapa temprana . eds.1-17. La existencia de una excepción que hace mucho que no se tiene en cuenta hace aparecer su completo aislamiento en la literatura . 1980).g. Science for Social Scientists (London : Macmillan.21-47 (p. Science Observed: Perspectives on Social Study of Science (London andd Beverly Hills. 1933). Rubin. que surgían de amenazas reales o imaginadas a su posición en la estructura del status científico. como J. : Prentice Hall. Se encuentran discusiones respecto de esta literatura en T. 1984). Mulkay.J. Pitfalls in Human Research: Ten Pivotal Points (New York: Pergamon Press.Rosenzweig.. 12.. The Scientist´s role in Society (Englewood Cliffs. G. Argyris. 1971). The Volunteer Subject (New York: Wiley.Schulte. ver D. ed. 1983). De cualquier modo el vió las fuentes de esta ansiedad sólo en términos de problemas que surgían al investigador individual en relación con el sujeto humano de su investigación. Rationallity and Relativism (Oxford: Blackwell.. 11. The Human Problems of an Industrial Civilization (New York: Macmillan. “Method and meaning in psychology: the method has been the message. pp. Esta estructura de trabajo radicalmente individualista produjo una ceguera completa sobre las ansiedades colectivas de grupos de investigadores. Ben David. 1984). eds. pp. Inner Contradictions of Rigorous Research (New York : Academic Press. “The experimental situation as a psychological problem. ed. R. Fernald. R. Calif. A. N. Lodge. 10. "Interpersonal ex- 17 . El alcance de los profundos cambios que han ocurrido en este campo es mas facilmente apreciado por quien se encuentra fuera de el.a traves de la comparación de un texto representante del viejo acercamiento. Knorr-Cetina y M. N. Buss. Rosenthal and D.sociology of knowledge. Los problemas de la práctica investigativa aparecían análogos a los problemas de la práctica psicoanalítica. la extensión de ciertos discernimientos provenientes del área “profana” de de los escenarios industriales hacia los “sagrados”precintos de los laboratorios universitarios parecen haber encontrado formidales barreras cognitivas y afectivas. Algunas consecuencias importantes son discutidas en R. L. De cualquier modo.

The Science of Psychology: Critical Reftections (New York: Appleton Century-Crofts. 7 (Dordrecht: Reidel. Brown. eds. "Experimenter-effect research. Además. M. Por su misión pedagógica. P. in D." in J. "Commentary. L. D. E. Knorr Cetina. The Social Nature of Psychological Research: The Psycho!ogical Experinient as a Social Interaction (New York: Basic Books. "Through the one-way mirror: The limits of experimental self-reflection. Collins. Holzkamp. 22. 163-187. Pp. Sociology of the Sciences Yearbook. ver M. 4 (Boston and Dordrecht: Reidel. The Human Subject The Social Psychology of the Psychological Experiment (Boston: Little. Friedman. Morawski. Ash. Titchener. Die gute Versuchsperson denkt nicht Artefakte in der Sozialpsychologie (Munich and Baltimore: Urban & Schwarzenberg. and P." . "Psychology: Science or technology?" Popular Science Monthly 84 (1914):39-51. 1980). Schultz..: Sage." The Behavioral and Brain Sciences 3 (1978):377-415. W. Rosnow. and R. M. 77-86. 1968). Graham. and N.. R. la historia en libros de texto frecuentemente sugiere alguna de tales posiciones. 24. 15. W. Whitley. existen limitaciones inherentes al uso de métodos experimentales para investigar el método experimental. "The self-presentation of a discipline: History of psychology in the United States between a pedagogy aad scholarship. J. 18. W. 1975). Functions and Uses of Disciplinarv Histories." British Journal of Social and Cllnical Psychology 17 (1978):299-306.pectancy effects: The first 345 studies. 1988). Suls and R. 1983)." Psychologische Beiträge 17 (1975)133-140." American Psychologist 30 (1975):1003-1()09. 20. Public Knowledge: An Essay concerning the Social Dimension of Scíence (Cambridge: Cambridge University Press. G.. J. 1970). See also K. G. Ingle. Brandt. T. vol. Weingart. G. J. The Social Process of Scientific investigation. K. Bungard. M. Mertens. 143-189. H. 21. Adair. 1973). Changing Order: Replication and Induction in Scientific Practice (London and Beverly Hills. ed. 1981). Kritische Psychologie (Frankfurt: Fischer. 16. Lepenies. "The nature of the human data source in psychology. L. 1972)." The Behavioral and Brain Sciences 3 (1978):386.. The Rise of Experimentation in American Psychology (New Raven: Yale University Press. eds. Adair. The Intellectual and Social Organization of the Sciences (Oxford: Clarendon Press. ed. R. 19. M. ver H. Whitley.. ed. Sociology of the Sciences Yearbook. "On the social significance of artifacts in experimenting. Knorr. Farr. W. 25. P. 26. B. Ziman. 23. G. 1980). Sozialpsychologie des Experiment (Hamburg: Hoffman & Campe. Véase." in L. Calif. 1984). R. PP. Gadlin and G. 17. 1985). The Manufacture of Knowledge: An Essay on the Constructivist and Contextual Nature of Science (Oxford: Pergamon Press. "Concerns about artifacts in psychological experiments. 1967). PP. and K. Schultz. vol. Krohn. 18 . D.

PP. B. Tile problematic nature of history. Gilbert and M. Esta última posición ha sido discutida fuertemente en G." Isis 75 (1984)105-125 (but see 5. "Scientific writing as a social act: Review of the literature of the sociology of science. Dos excepciones mayores J. Shaping Written Knowledge: The Genre and Activity of the Written Article in Science (Madison: University of Wisconsin Press. la producción de un cierto tipo de discurso en la forma de publicaciones científicas yace en el núcleo de la misma práctica científica. Un ejemplo temprano y bien conocido del estudio observacional del trabajo científico fue B. Bazerman. A. S. Estudios de este tipo han proliferado mucho en los años recientes. Gilbert and M. Sobre las implicaciones justificacionistas de esta posición. N. N. Brockmann. the Journal of Nervous and Mental Disease and the American Journal of Psychiatry. 1958). Nelson. R. Mulkay." Isis 75 [1984]: 125-130). 32. Scientific Knowledge. Un buen ejemplo del uso de artículos científicos como documentos históricos es provisto por: C. "Experirnents are the key: Participants' histories and historiaris' histories of science. and R. eds. 1979). W. W.Ver C. V. 30." Journal of ihe Histoiy of ihe Behavioral Sciences 5 (1969):248-255.: Sage.Una vez que se formalizan las reglas informales que gobiernan la presentación del producto de conocimiento. Una revisión coomprensiva del uso del segundo tipo de análisis es provisto por C. 28. 1984). and C. Shapin. 1893-1980. "Fifty years of change in American psychology. Mulkay." Social Studies of Science 14 (1984):163-196. Bazerman. no entre “discurso” por un lado y acciones y creencias por el otro. 31. Lissitz. "Codifying the social scientific style: Tile APA Publication Manual as a Behaviorist Rhetoric. Theory. Practice (Farmingdale. Bazerman. "A longitudinal study of the research methodology in the Journal of Abnormal and Social Psychology. Personal Knowledge (London: Routledge and Kegan Paul. ellas también pueden ser directamente analizadas. The implicatioas of such an analysis were exteasively developed by Ravetz. 1983). Bazerman. 15-184. Anderson.27." Science Studies 4 (1974):235-258. Este reconocimiento dependió de un énfasis puesto en la hábil caracterización de la ciencia realizada por M. Latour and S. S. "The history of psychology and its retrieval from historiography: I. Allport. Woolgar. Para algunos sociólogos de la ciencia la existencia de esta distinción parece haber provisto de la ocasión para clamar un estatus privilegiado para ambos: la observación directa de la práctica o el análisis del discurso acerca de la práctica. The use of interview material is exemplified by G. deberíamos estar mirando en dirección a este discurso. "Modern evolution of the experimental report in physics:Spectroscopic articles in Physical Review. ver W. New Essays in Technical and ScíeníificCommunication: Research. 33. 19 ." in P.. N." Psychological Bulletin 37 (1940):757-776. Bruner and G.: Baywood.ver C. Opening Pandora's Box: A Sociological Analysis of Scientists' Discourse (Cambridge: Cambridge University Press. 29. 1988)." in J. la distinción útil para hacer aquí es la existente entre la práctica no.reflejada y las reflexiones sobre esa práctica.Y. R. J. "Talking history: Reflections on discourse analysis. Laboratory Life: The Social Construction of Scientific Facts (London and Beverly Hills. Polyani. Weimer. Calif. Si deseamos seguir el desarrollo histórico de la ciencia. Pero porque este discurso es parte de la práctica ordinaria de la ciencia. Miller. De cualquier modo.

2002. 34. 36. Carpintero and J. The Rhetoric of the Human Sciences (Madison: University of Wisconsin Press. eds.” in H. 1987). Leary. Universidad Nacional de San Luis. Constructing the subject.. 20 . M. N. diciembre de 2001. L. Ver S. Holmes. Leary. 35. Universidad Nacional de San Luis. Peiro. D. 125-144. Danziger. E. © Fuente de la traducción y versión digital: Equipo docente de Historia de la Psicología. 594~617.. PP. "Towards a conceptual framework for a critical history of psychoIogy." !n 5.Megill. McCloskey. eds. © Fuente original: Danziger. Kurt (1990). ver F. 1985). New York: Cambridge University Press (prólogo e Introducción). A Century of Psychology as Science: Retrospectives and Assessments (New York: McGraw-HilI. Hisotrical origins of psychological research. "The cult of empiricism in psychology and beyond. Koch and D. Toulmin and D. Este tema se puede explorar con mayor profundidad en K. E. eds. © Traducción: Marcela Monte Risso. En la relación de publicaciones de investigación y prácticas. PP." Isis 78 (1987):22-235. "Scientific writing and scientific discovery.

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->