You are on page 1of 6

• En los últimos años se ha visto el

surgimiento de modas diferentes en el


ámbito juvenil. Desde el vestuario,
pasando por el lenguaje y los gustos
musicales, hasta llegar a lo que
muchos consideran es un extremo: el
uso de tatuajes y piercing. Para
muchos, este no es más que otro
escalón en el descenso vertiginoso de
los jóvenes de hoy hacia la rebeldía y
el abuso de sí mismos. Otros afirman
con seguridad que es una manera de
expresarse y de sentirse bien con sus
propios cuerpos. ¿Cuál es la verdad?
¿Estamos en presencia de un
movimiento que mutila el cuerpo que
Dios creó o simplemente ante una
expresión nueva de adorno y estética?
¿Qué dice la Palabra de Dios? ¿Qué
opinan los que lo usan? Estas
• Historia y fascinación actual
• Los tatuajes existen desde hace miles de
años y han cumplido distintas funciones
según la época o la cultura:
• • El tatuaje egipcio estaba relacionado con
el lado erótico, emocional y sensual de la
vida.
• • También se usaba en la antigüedad para
impresionar y asustar a los enemigos en el
campo de batalla. En las antiguas
poblaciones británicas este método de
intimidación fue utilizado por los guerreros
que, al tatuarse la cara y cuerpos en
preparación para la guerra, lograban
desmoralizar e infundir temor a los
enemigos.
• • Las mafias japonesas (”yakuza”) utilizaban
(y aun hoy lo hacen) tatuajes para marcar a
sus miembros. Demuestran su valor
soportando el doloroso proceso de
hacerlos. Los diseños son muy amplios y
representan seres sagrados y mitológicos.
• • En las culturas precolombinas de América
Central y del Norte tenían
• • En algunas épocas era un castigo o una señal de esclavitud.
En otras, era un símbolo de poder y distinción. El tatuaje
indicaba la dignidad de una persona.
• • En ciertas tribus, entre los ritos de entrada en la vida adulta
se incluían los tatuajes. A veces se iban añadiendo a lo largo
de la vida hasta que cubrían casi toda la piel de la persona.
• • El emperador Constantino, primer emperador cristiano de
Roma, emitió un decreto en contra de la actividad del tatuaje.
• • A pesar de esto, existen registros de que los guerreros
religiosos de las Cruzadas se hacían tatuar crucifijos para
asegurarse un entierro cristiano, también los peregrinos que
iban a Jerusalén se hacían tatuar crucifijos para recordar su
viaje y como presencia constante de su fe.
• • Ha habido épocas en que eran exclusivos de gente “extraña”
y supuestamente de bajo nivel o tal vez extravagante. En los
años ochenta la cultura del tatuaje empezó a extenderse en el
mundo del rock del heavy y del punk.
• • Sin embargo desde hace un par de décadas, los tatuajes
han ido ganando popularidad entre personas de todos los
niveles sociales, de todas las edades y culturas. Existen
concursos de diseños y han proliferado los negocios
dedicados a realizarlos. Hoy, el tatuarse es parte de lo que se
ha llamado “body art” o “arte corporal”, que incluye también el
‘’piercing'’.
• 2. Por qué se ve mal en las iglesias
• La principal preocupación de los
líderes de las iglesias y de los padres
de familia es lo que podríamos llamar
“culpa por asociación”; es decir, que al
ver a alguien usando tatuajes o aretes,
lo asocian con actitudes reprensibles o
con cierta clase de personas:
• • Se asocia con la rebeldía.
• • Se asocia con los miembros de las
maras y sus actitudes antisociales
• • Hoy en día, los tatuajes más
populares están relacionados con
figuras oscuras, como demonios,
serpientes o escorpiones, los cuales
tienen un significado cultural común:
glorifican la maldad.
• • Se asocia con músicos
y deportistas que no son
considerados buenos
modelos:
�� Madonna
�� Alejandra Guzmán
�� Dennis Rodman
�� Allen Iverson
�� Eminem
• Ahora bien, tú dirás:
“Pero yo no soy rebelde
ni marero. Solamente
quiero adornar mi cuerpo
o expresar una idea”.

Related Interests