P. 1
William James Las Variedades de La Experiencia Religiosa

William James Las Variedades de La Experiencia Religiosa

|Views: 165|Likes:

More info:

Published by: Norberto Moncada Pineda on Apr 16, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

09/19/2015

pdf

text

original

William James LASVARIEDADESDE LAEXPERIENCIARELIGIOSA 2a.

edición ediciones península historia/ciencia/sociedad 199 William JamesLAS VARIEDADES DE LAEXPERIENCIA RELIGIOSA ESTUDIO DE LA NATURALEZA HUMANAVersión castellana de J. F. YvarsPrólogo de José Luis L. Arangurenediciones península Título original inglés: The Varieties of Religious Experience. Primera edición: mayo de 1986. 2Segunda edición: junio de 1994. Prólogo La fecha, 1901-1902, de la que procede este muy importante y muy actualizable libro, la delCurso de William James en las Gifford Lectures, de Edimburgo, fue un punto de inflexión en la historiade la psicología y, por ende, de la psicología religiosa y de la consideración de la religión por loshombres cultos. El capítulo I lo muestra bien: ya se podía empezar a luchar contra la idea, hastaentonces enteramente dominante entre los psicólogos, de la “neurosis religiosa” y, en general, de quelas religiones son mero survival de pasados primitivismos. Una cosa es que, de hecho, los dominesreligiosi haya sido, frecuentemente, neuróticos, y otra, incidiendo en reduccionismo, concluir que lareligión “no es más que neurosis”. Como dice Xavier Zubiri en su libro póstumo El hombre y Dios, a losumo, la persona neurótica “será creyente neuróticamente”. Pero en muchos casos, ni aun eso puedeconcederse. Desde el punto de vista de su constitución nerviosa, William James piensa que GeorgeFox, fundador del cuaquerismo, era un perfecto détraqué, en prueba de lo cual nos da una página de suDiario; y sin embargo, agrega, no puede dudarse de su profunda religiosidad. Y - continúa arguyendo -lo que nos importa de santa Teresa es su teología mística, y no las manifestaciones patológicas de supsiquismo.¿Por qué este cambio de evaluación, este giro producido en la psicología de la época? Elespiritualismo del fin-de-siglo, comenzado en la literatura, se extendió hasta la ciencia. Los personajesde Dostoievski (y, entre paréntesis, recuérdese también a Galdós y su evolución hasta la espiritualidadde

Misericordia), intensamente neuróticos, eran, a la vez, intensamente lúcidos y, cada cual a su modo,intensamente religiosos. Por eso mismo, William James pensó que esos estados de borderline insanity, cuando se dan unidos a una alta calidad intelectual e intuicional, pueden proporcionar experienciasprivilegiadas. Y ya dentro del marco de los estudios psicológicos, habían aparecido ya, y sonabundantemente citadas aquí, las obras de Leuba, formulador del concepto de faith-state y - precursor,a su modo, de Wittgenstein en su terreno - afirmador de que lo importante de Dios no es suconocimiento, sino su “uso”; el libro de Strabruck sobre la conversión, y los ensayos de Myers, dondese convierte en cuestión central el subconscious self o “conciencia subliminal”, lo que James,siguiéndole, tiende a denominar, ambiguamente, “automatismos”. Y a este propósito, y como verá ellector, el nombre de Freud aparece ya citado.Desde el punto de vista del estudio de la fe, no siempre se valora suficientemente lo que, comoapertura de espíritu, supuso el pragmatismo con su will to believe o “voluntad de creer”, al transferir -total o parcialmente - a la “funcionalidad”, a la “utilidad”, al “uso” y la “acción” el valor de verdad. Es,piensa James, la gran ejemplaridad de los santos: los “frutos” de su vida, en tanto que autores oacrecentadores de nuestro patrimonio de bondad, su cash-value, la conexión orgánica de pensamiento yconducta.Mas el tema capital de William James en este libro es, a mi parecer, el de su conceptoantipositivista, antimaterialista, antiobjetivista, de experiencia. Los elementos “egoísticos”, como él losllama, no pueden ser suprimidos porque el “mundo de nuestra experiencia” no es reductible a losobjetos científicos, que son solamente ideal pictures, representaciones abstractas, ajenas a nosotrosmismos, en tanto que el inner state is our very experience it self. El objeto del presente libro es, puntualiza su autor, la “religión personal” (los feeling, acts and experiences of individual men in their solitude)

, con exclusión de la “institucional y eclesiástica”, esdecir, de su carácter comunitario, como si la religión personal no recibiera su concreción de este susentido comunitario - o de la carencia de sentido comunitario. Y, por esto último, adelantándose al giroreligioso actual de lo que sus compatriotas, sociólogos de la religión, han llamado la “religión 3invisible”. La religión personal es, piensa James, experiencia, susceptible, sí, de estudio científico, perono de “teología”. En esta línea se demanda, frente a ésta, una “ciencia de las religiones”, demandaatendida en las nuevas universidades, particularmente las de Oeste, con el relevo de las DivinitySchools por los Departamentos de Estudios Religiosos. Homo religiosus, en sentido amplio, es todo el que toma en serio el mundo y la vida; por tanto,también, según James, el ateo que lo es con seriedad. La expresión religiosa es, dice el autor,“solamente” siempre. Y el ateo se diferencia del religioso en que carece del “sentimiento” de esa“experiencia”. Y, por ello, el punto de partida del estudio ha de ser el de la realidad de lo unseen. (Seda por supuesto aquí, como siempre según Zubiri, que “saber es ver”). A continuación, rindiendotributo a esa época de la que, lo decíamos al principio, se viene, el autor estudia sucesivamente lareligión del “alma sana” - las religiosidades, entonces “modernas”, de la Mind-cure, el New Thought ysu versión cristiana o Christian Science -, la religión o experiencia religiosa del “Alma enferma”, y lade la personalidad dividida, las “dos almas” de san Agustín. Considera después, desde el punto de vistapsicológico, el fenómeno de la conversión, la santidad de su tipología y su evaluación y, en fin, elmisticismo. El libro se cierra con unas reflexiones filosóficas, en las que aparecen las dudas del autoren cuanto a la inmortalidad personal y la manifestación de su inclinación por la hipótesis pluralista o,dicho llanamente, por el politeísmo de lo que llamamos “Dios”.En suma y como al comienzo insinué, esta obra, muy importante históricamente, es susceptiblede una lectura que la actualice, sobre todo, pienso, si quien la lleva a cabo la simultánea - como yomismo he hecho, al releerla para este prólogo - con la del libro de Xavier Zubiri,

J.El hombre y Dios. si traducir ha de ser traicionar. y continuaría su ritmo ascendente tras la muerte de William Jamesen 1910.comodefinitiva en las obras completas del autor. la edición de agosto de 1902 . YVARS 4 Prefacio del autor Nunca habría escrito este libro si no hubiese tenido el honor de ser conferenciante Gifford en laUniversidad de Edimburgo sobre el problema de la religión natural. A su erudición ceñimos nuestra terminología y. en lo posible.Francisco Puertes y José García Roca. y el análisis de laconstitución religiosa del hombre llena por entero las veinte conferencias. el incremento inesperado. a esta colaboración será debido en gran medida. a propósito de “Las necesidades religiosas del hombre”. ARANGUREN Abril de 1985 NOTA SOBRE LA EDICIÓN The Varieties of Religious Experience apareció por vez primera en forma de libro en junio de1902.Longmans. son responsabilidad exclusiva mía. Sin embargo. en consecuencia. cuantas opcionesconceptuales consideramos de arriesgada precisión. En la vigésima conferenciasugiero . de mi agradecimiento a María José Hernández. por sudesinteresada y decisiva colaboración en la preparación del texto. Y a ella se ajusta. F. No es casual la escasa fortuna en elmundo de expresión española de la obra entera del gran filósofo del pragmatismo. Por último. mientras escribía. de la Facultad de Filosofía de la Universidad de Valencia. y en eso confío. pues. dela problemática psicológica me hizo abandonar por completo el segundo tema.. me pareció que el primero podía serperfectamente descriptivo. además. hemos podidocontar con la rigurosa versión catalana de Jordi Bachs. a buenseguro no han de faltar motivos de discrepancia en la versión de un texto de la densidad y complejidadque el simple apellido James sugiere a cualquier mediano lector. Por suerte. Al buscar los temas para los dosciclos de diez conferencias de las que era responsable. nuestra versióncastellana. auténtico comentario in extenso del presentelibro de James. JOSÉ LUIS L. cuantasimprecisiones pueda detectar el lector. New York . sin embargo. y metafísico elsegundo “Su satisfacción por la filosofía”. Quedó así. Debo dejar constancia aquí. ahora sí. Si se alcanza un nivel aceptable delegibilidad. Green and Co. Su favorable acogida inicial obligó a su autor a la revisión detallada del texto para una nuevaversión de agosto de ese mismo año.

a las conversaciones con el añorado Thomas Davidson. por su ayuda en la redacción de estas conferencias. Algunoslectores pueden pensar.Rankin. he saturado las conferencias deejemplos concretos. Si. dirán . Estasconclusiones piadosas. Universidad de Harvard Mayo de 1902 Conferencia I. con todo. a Canming Schiller de Oxford y a micolega Benjamín Raud. cerca de Keene Valley. seleccionados entre las expresiones extremas del pensamiento religioso. Harvard. a los que persuadimos de cruzar el océano para que noshablen. de escoceses. y a misamigos Thomas Wrend Ward. de Nueva York y a Wincenty Lutoslawski.. a Theodore Flournoy de Ginebra. por la documentación aportada. sin embargo. la experiencia de recibir instrucción oral. de Cracovia. En mi Universidad.De acuerdo con mi creencia de que un conocimiento detallado frecuentemente nos torna mássabios que la posesión de fórmulas abstractas. A nosotros nos parece naturalescuchar mientras los europeos hablan. lo contrario. los norteamericanos. Esperoexpresarlas algún día de manera más explícita.Por último. por susimportantes consejos y sugerencias.más que expreso mis propias conclusiones filosóficas.Starbuck de la Universidad de Stanford.. tiene la paciencia dellegar al final creo que entonces esa impresión desfavorable desaparecerá porque he procuradocombinar los impulsos religiosos con otros principios del sentido común. de conferencias. no resultan intelectualmente sanas. representantes de laciencia o la literatura en sus respectivos países.Religión y neurología No sin turbación me instalo detrás del escritorio enfrentándome a esta culta audiencia. de East Northfield. debo mayor gratitud de la que puedo expresar. Si algún lector desea conocerlasdirectamente. o de eruditos libros europeos. alemanes o franceses. que servirán como correctivode la exageración y permitirán que el lector individual llegue a conclusiones tan moderadas comodesee. Paranosotros. aunque sean profundas. al también colega Dickinson S. hablar mientras los europeos .Debo mi agradecimiento.pequeña o grande. tendrá que acudir a las páginas que les corresponden y al postcriptum del libro. que me cedió su extensa colección de originales: a Henry W. un verdadero amigo que no he llegado a conocer. Miller. pero que me proporcionóinformación muy valiosa. que ofrezco simplemente una caricatura del tema.nos es muy familiar. no pasa invierno sin que se realice una selección. en consecuencia. a Edwin M. ingleses. así como a la utilización desus libros en Glumare. o bien atrapamos al vuelo mientras visitan nuestra tierra.

especialmente en una tierra tan sagrada para la imaginación norteamericana como es Edimburgo. Lagloria de la Cátedra de Filosofía de esta Universidad quedó impresa en mi imaginación desde la juventud. y para un psicólogo las tendencias religiosas del hombre deben ser comomínimo tan interesantes como cualquiera de los distintos hechos que forman parte de su estructuramental. es una costumbre todavía no adquirida. ni siquiera un antropólogo. de Oeste aEste.Estas venerables emociones juveniles no envejecen nunca. y a partir de ahí me sumergí en Dugald Stewart y ThomasBrown. sé que no es posible rechazarlo. En consecuencia. y confieso que encontrar a mihumilde persona ascendida desde su soledad originaria hasta llegar a ser. La psicología es la única rama del saberen la que estoy especializado. Nada más diré que puesto que la corriente fluye ahora. colega de esos nombres ilustres. con el intercambio consiguiente de escoceses aEstados Unidos.Sin embargo. aquí y en Aberdeen. el tema de la misma no puede ser la instituciónreligiosa. se extienda einfluya cada día más en todo el mundo. podría parecer que como psicólogo fuese más natural para mi invitaros a unestudio descriptivo de estas tendencias religiosas.Cuando la investigación es de orden psicológico.5escuchan. Espero que nuestra gente pueda moverse e influir en el mundo cada día más. publicados en aquel tiempo. a aquellosfenómenos subjetivos más desarrollados que algunos hombres inteligentes y conscientes de sí mismosdejaron registrados en sus testimonios . sino más bien los sentimientos e impulsos religiosos. pues. he de advertir que no soy un teólogo.Con respecto a la forma de dictar esta cátedra. fueron el primerlibro filosófico que cayó en mis manos y recuerdo muy bien cómo me maravilló la descripción de lasclases de sir William Hamilton. una vez recibido el honor de tal designación. Lacarrera académica tiene sus obligaciones heroicas. ni unerudito en historia de las religiones. sin más palabrasdeprecatorias. que permea a nuestra expresión inglesa. Las propias lecciones de Hamilton fueron los primeros escritosfilosóficos que me obligué a estudiar. por lo que cuando se toma parte por primera vez enesta aventura se produce una cierta necesidad de excusa provocada por acción tan atrevida. esperoque nuestro pueblo trabaje como un pueblo unido en lo que atañe a tan elevadas cuestiones. comporta al mismo tiempo emociones entreveradas del país delos sueños y de la realidad. habré de ceñirme. y que elpeculiar temperamento filosófico y político. ahora y aquí durante ciertotiempo. Los Ensayos de Filosofía del profesor Fraser. espero continúe así y también que con el tiempo se solicite a muchos de mis compatriotas paradictar conferencias en las universidades escocesas. pro lo tanto me detendré aquí.

Antes de entrar en los documentos y materiales a losque me he referido. estacircunstancia. “¿Cómo se ha realizado?”. indudablemente.Las preguntas “¿Qué son las tendencias religiosas?” y “‘Cuál es su significado filosófico?”denotan dos niveles de un mismo problema completamente distintos desde el punto de vista lógico.No encontraremos los documents humaines más instructivos al abrigo de una erudiciónespecializada. y en segundo lugar. Cierto es que algúnprofesor o investigador más audaz cuando os hable en otra ocasión rescatará de las bibliotecasdocumentos con los que sus charlas resulten más amenas distraídas que las míos. o bien aquellos que por su antigüedad se han constituido enclásicos del tema.o bien escritores relativamente modernos.qué origen. querría insistir sobre este punto. El primero: “¿Cuál es su naturaleza?”.religiosos autobiográficos. su sentido y susignificado actual?”. o como dicen los alemanes Werthurtheil. se adaptaperfectamente a la menguada preparación teológica del que os habla. sino que por el contrario los hallaremos a lo largo del camino más trillado. que podríamos denominar juicio espiritual. Es sobremanera interesante estudiarla génesis y las primeras etapas de un tema. que 6si no se reconocen pueden llevar a confusiones. pero todo esto no irá en detrimento del valor de mis conclusiones. Estos hombres son. pero cuando se busca rigurosamente su significadoprofundo hemos de observar siempre sus formas más evolucionadas y perfectas. pero dudo seriamenteque por utilizar ese material insólito se acerque más a la esencia de la cuestión. qué historia tiene?”. “¿Qué constitución. frases y fragmentos deconfesiones personales están recogidos de libros que la mayoría de vosotros tuvisteis en las manosalgún día. .Libros recientes de lógica establecen una distinción entre dos niveles de investigación sobrecualquier tema. que fluye con tanta naturalidad de las características de nuestros problemas. “¿Cuál es su importancia. Mis citas. A la segunda se responde mediante una proposición de valor. La respuesta a la primera pregunta se resuelve en un juicio o proposición existencial. Deducimos así queson documentos tanto más interesantes los de aquellos hombres con una vida religiosa profunda y máscapaces de dar una explicación inteligible de sus ideas y motivos.

Se originan en preocupaciones intelectuales diferentes y la mente sólo loscombina después de haberlos considerado por separado para sintetizarlos después. de súbito. “¿Bajo qué condiciones biográficas los escritoressagrados aportan sus diferentes contribuciones al volumen sacro?” “¿Cuál era exactamente el contenidointelectual de sus declaraciones en cada caso particular?” Por supuesto. la Biblia desde luego nos decepcionaría. podríamos. es particularmente fácil distinguir las dos categorías del problema. ha de haber sido compuesto automáticamente. Veríamos que lo que ellas mismas consideran hechos esencialesresultan insuficientes para determinar el valor.que todavía no hacen uso positivode tal distinción y que. que difieren según el juicio espiritual propio con respecto al establecimiento de valores. por otro lado. aunque no fuera nada más que un documento verídico de lasexperiencias íntimas de personas de alma grande. para poder poseerlo. se sorprenden un poco al principio por el punto de vista puramenteexistencial desde el que . la última pregunta: “¿Dequé modo este libro. a pesar de los errores. seguramente . Lo que hoy sellama crítica de la Biblia constituye nada más que el estudio de la misma desde el punto de vistaexistencial demasiado desatendido por la Iglesia.en las siguientes conferencias . ni exprese pasioneslocales o personales. beligerantes ante los altibajos de su destino. o bien que o ha de contener errores científicos o históricos. las pasiones yla deliberada composición humana. nuestra teoríareconociera que un libro puede muy bien constituir una revelación. unos adopta una visión y otros otra sobre el valor de la Biblia comorevelación. si nuestra teoría sobre el valor de la revelación afirma quecualquier libro. y que los mejores adeptos al criticismo más radicalnunca confunden el problema existencial con el espiritual. por lo tanto.Cada fenómeno religioso tiene su historia y su derivación de antecedentes naturales. que nace de la forma descrita. éstas son preguntas sobrehechos históricos y no vemos cómo las respuestas pueden resolver.habremos de considerar los fenómenos de .Con respecto a las religiones.Combinándolo con nuestro juicio existencial. deducir otro juicio espiritual sobreel valor de la Biblia. Ante las mismas conclusiones que hemosalcanzado anteriormente. Pero si. al margen delcapricho del autor. De esta manera.Hago estas observaciones generales sobre los dos tipos de juicios puesto que hay muchaspersonas religiosas . elveredicto sería bastante más favorable. si nuestra teoríasobre el valor de la revelación tal teoría sería lo que antes hemos denominado un juicio espiritual.como algunas de las presentes.Cada uno de ellos no puede derivarse deforma inmediata del otro. en efecto. puede ser una guía para nuestra vida y unarevelación?” Para contestar esta nueva pregunta habríamos de poseer alguna teoría general que nosmostrara con qué peculiaridades ha de contar una cosa a tenor de De esta manera.

en mayor medida que otros tipos de genios. enesencia. nunca conocida en Inglaterra hasta ese momento. ya que en una época de fraudes fue lareligión de la veracidad arraigada en la misma esencia espiritual. le fue comunicada por tradición. dedicaré cuatro palabras más a esta cuestión. estos genios religiosos frecuentemente mostraron síntomas de inestabilidadnerviosa. ya sea budista. en absoluto. Nadie puedepretender ni por un momento siquiera. No me serviría para nada estudiar esta vida religiosa desegunda mano. esos individuos son “genios” en el aspecto religioso. a la posición que Fox y los cuáqueros adoptaron hace ya bastante tiempo. oyeron voces.hasta que mi propósito quede bien expresado . en realidad. los líderes religioso estuvieronsujetos a experiencias psíquicas anormales. frecuentemente también tuvieron una vida interior desacorde y sufrieron demelancolía durante parte de su ministerio. ninguno como el que representa la persona de George Fox. En la medida en quenuestras sectas cristianas actuales evolucionen hacia la liberalidad. definida en formas establecidas porimitación y conservada por la costumbre. Más bien hemos de buscar las experiencias originales que establecen el patrón para el 7caudal de sentimientos religiosos sugerido y de conducta resueltamente imitativa. Con frecuencia entraron en éxtasis. una vida religiosa tiende a hacer a la personaexcepcional y excéntrica.que intento desacreditar deliberadamente elaspecto religioso de la vida.laexperiencia religiosa. estarán simplemente volviendo. analizando su sagacidad y capacidad espirituales. No hablo. No tienen medida y son propensos en general a obsesiones eideas fijas. algunos pensarán que se degrada tema tan sublime. tuvieron visiones o presentaron todo tipode peculiaridades clasificadas ordinariamente como patológicas. y el retorno a lo más parecido a laverdad original del Evangelio. Al considerarlos biológica y psicológicamente como si fuesen simples hechoscuriosos de la historia individual.No debe quedar duda alguna de que.sino más bien como fiebre aguda. porque sureligión la hicieron los otros. Lareligión cuáquera que fundó nunca será alabada lo bastante. que Foxtuviera una . Invariablemente fueron presos de una sensibilidademocional exaltada. e incluso podríansospechar . Posiblemente. cristiano o mahometano. Más aún. fueron todas estascaracterísticas patológicas de su vida las que contribuyeron a atribuirles autoridad e influenciareligiosa. Estas experienciassólo las encontraremos en individuos para los que la religión no se da como una costumbre sin vida. del creyente religioso corriente que observa lasprácticas religiosas convencionales de su país.Si queréis un ejemplo concreto. yal igual que muchos otros que produjeron frutos tan eficaces como para ser conmemorados en laspáginas de su biografía. Sin embargo.Nada tan ajeno a mi intención. y ya que un prejuicio semejante obstruiría profundamente elsentido de gran parte de mi discurso.

. y aun cuandoen las guerras entre ellos se había derramado mucha sangre. decía. en un prado inmenso. salí en paz de la ciudad y al volver junto a los pastores les ofrecí algún dinero y recogí mis zapatos. y nadie mepuso la mano encima. Pero. lospastores guardaban sus ovejas. y dude de hacerlo o no ya que el Señor me dio libertad parahacerlo. desde el punto de vista de su constitución nerviosa. donde. Hasta carceleros y jueces municipales creyeron reconocer su podersuperior. ciudad ensangrentada de Lichfield!”. Tan pronto como desaparecieron me alejé porveredas y setos espinosos hasta que estuve a una milla de Lichfield. levanté la cabeza y vi tres agujas de campanario quegolpearon mi vista. lapalabra del Señor vino a mí de nuevo diciendo: “¡Proclama el infortunio para Lichfield.mente enferma. Sin embargo. Era día de mercado. después comencé a considerarprofundamente la razón por la que había sido enviado a increpar esta ciudad y llamarla ¡la ciudadensangrentada! Porque a pesar de que el Parlamento se alternó con el rey en gobernarla. Llegados a la casa donde nos dirigíamos. Pregunté qué lugar era aquél y me dijeron. no obstante. Pero era tan poderoso el fuego del Señor en mis pies y en todo micuerpo que no volví a ponerme los zapatos. Cuando expresé lo que guardabaen mi interior me sentí más tranquilo. De súbito. debí atravesar descalzo el río de su sangre ymeterme en el charco de la plaza del mercado para despertar el recuerdo de aquellos mártires. la ciudadensangrentada!” Así crucé las calles gritando en alta voz. Mientras anduve así gritando por las calles me parecía que un río de sangrecorría por ellas. fui hasta allí. rogué a misamigos que entrasen y no les dije dónde quería ir. Lichfield. Fox ¿fue una especie depsicópata o détraqué de la peor especia? En su Journal abundan anotaciones del tipo:“Mientras caminaba con algunos amigos. quedéen suspenso porque era invierno. al llegar a la ciudad. me llegó la palabradel Señor: había de marchar hacia allí. yendo yviniendo por todos lados gritando desaforado: “¡Basta. y la plaza del mercado se asemejaba un gran charco. más tarde supe que en tiempos del emperador Diocleciano fueron martirizadosun millar de cristianos en Lichfield. En este momento el Señor me ordena que me quite los zapatos. Por consiguiente. Había caído sobre mí dar significado a esa sangre y yo obedecía las palabras del Señor”. pero la palabra del Señor era como un fuego dentro de mí y los pobrespastores temblaban y parecían aterrados. de lasangre derramada hacía unos mil años y que se había enfriado sobre esas calles. no había sido peor que lo ocurrido en otroslugares. Seguí caminando durante una milla y. Me lavé los pies y me puse los zapatos de nuevo.

como el vitriolo y el azúcar”. Lo primero que elintelecto hace con un objeto es clasificarlo junto a alguna otra cosa.diría -. si observamos lo queciertos autores son capaces de proponer hoy. planos y volúmenes”. se observa en los comentarios que la gente de escasasensibilidad hace frecuentemente de sus amigos más sentimentales: Alfredo cree tan fervientemente enla inmortalidad porque su temperamento es muy emocional. el valor. al igual que para la digestión. Hay causas parala ambición. el movimiento muscular y el caloranimal.Posiblemente sea la expresión más vulgar de semejante suposición la que afirma que el valorespiritual se pierde si se afirma un origen humilde. un cangrejo se sentiría ultrajado si se viese clasificado como crustáceosin más ni más y sin disculparnos siquiera. Hemos de describirlos ydenominarlos como si se diesen en hombres no religiosos. escribe:“Que los hechos sean morales o físico. la veracidad. El pasosiguiente que da el intelecto es descubrir las causas genéticas del objeto. Estas crueles asimilaciones parece que amenazan revelar los secretos vitales denuestras almas. nos sentiremos amenazados en los orígenes de nuestravida más íntima. Siempre tienen su causa. “yo no soy esa cosa . como si el espíritu que debería explicar su origen tuviese que justificarsimultáneamente su significado. La extraordinaria susceptibilidad de Fannyes simplemente cuestión de sobreexcitación nerviosa. a ambos. sin embargo. Dice Spinoza: “Analizaré lasacciones y deseos del hombre como si se tratase de líneas. cualquier objeto queresulta para nosotros infinitamente importante y despierta nuestra devoción nos parece que debe ser suigeneris y único. no tiene importancia. y no darles.8 Ahora que estamos dispuestos a estudiar las condiciones existenciales de la religión. y a continuaciónrecalca que considera nuestras pasiones y sus propiedades con los mismos ojos con los que observa elresto de las cosas naturales. El vicio y la virtud son productos. en la introducción a su historia de la literatura inglesa. Es cierto que instintivamente rehusamos vercontrolado aquello con lo cual nuestras emociones y afectos están comprometidos. Taine. nopodemos ignorar de ninguna manera los aspectos patológicos del tema. soy yo y basta”. porque las consecuencias de nuestros afectos brotan de su naturaleza con lamisma necesidad con la que se deriva de un triángulo que sus tres ángulos deben ser iguales a dosángulos rectos. un poco al margen denuestra legítima impaciencia ante la fanfarronada un punto ridícula del programa. Cuando leemos estos alegatosdel intelecto para demostrar las condiciones existenciales de todas las cosas. A buen seguro. De igual manera. La melancolía cósmica de Williams se debe auna . más valor que a los tan útiles productos que citaTaine.

de cuestionar las emociones religiosas demostrando una conexión entre ellas y lasexualidad. pero entonces. seguramente tiene un hígado perezoso.. 1 1 Como muchas de las ideas que constituyen el ambiente de una época. Para la monja histérica. flota sobre leche. Peter no se preocuparía tanto de su alma si hiciera más ejercicio alaire libre. Un ejemplo evolucionado del mismo tipo de razonamiento es la moda. sentimientos extáticos de unión con el Salvador enciertos místicos cristianos).mala digestión. la famosa burla de que la Reforma se entendería mejor si recordásemos que su fons et origo fueel deseo de Lutero de casarse con una monja. común hoy entreciertos escritores. Ciertamente. La mortificación de los santos yla devoción de los misioneros. Los efectos son infinitamente más amplios que las supuestas causas. que anhela la vida sobrenatural. o por los sentimientos de éxtasis de algunos santosacerca de la eucaristía? El lenguaje religioso se arropa con los pobres símbolos que nuestra vida le proporciona y todo elorganismo hace alusiones indirectas cuando la mente está fuertemente incitada a expresarse. Cristo es nada más que el sustitutoimaginario de un objeto afectivo más terrenal. nada más que ejemplo del instinto de sacrificio de los padresdesplazado. de la amplia colección de fenómenos religiosos. es un subtítulo por el que fue famoso el New England Primer. esta noción retrocede delante de laafirmación dogmática general y sólo se expresa parcial e indirectamente. ¿por qué no afirmar igualmente que la religión es una aberración de la funcióndigestiva y probar esta afirmación con la adoración a Baco y Ceres. La conversión es una crisis de pubertad y de adolescencia. “Lechaespiritual para niños americanos. Tenemos “hambre ysed” de justicia. etc. detalles sexuales y ritos obscenos en el politeísmo. algunos son claramenteeróticos (por ejemplo. El lenguaje del comer y delbeber es probablemente tan corriente en la literatura religiosa como el especializado en la vida sexual.. por la frecuencia conque se emplea crudamente. . Me parece que hay pocas concepciones menosinstructivas que esta reinterpretación de la religión como sexualidad pervertida. en realidad. encontramos que “El Señor tiene un gusto dulce. tomada de los pechos de los dos Testamentos”. Hace falta recordar. La delectación de Elisa por la iglesia essíntoma de su constitución histérica. lo probamos y observamos que es bueno”. y lamayoría de naturaleza opuesta. y la literatura devota cristiana. Y otras cosas por el estilo.

y denuevo: “Pensemos en las criaturas. El desacuerdo de George Fox con las falsedades de su época y su fijación en la verdadespiritual se los considera un síntoma de trastornos de colon. El materialismo médico acaba con san Pablo cuandodefine su visión en el camino de Damasco como una lesión del córtex occipital. en realidad. Chemin de Perfection. el corazón unido a suDios frecuentemente intenta una unión más íntima a través de movimientos durante los cuales se acerca a la dulzura divina”. el alma es como unniño de teta que todavía mama. fueren cuales fueren las peculiaridades de nuestro organismo. Así sucede aquí [. 2 San Francisco de Sales.. y a él como unepiléptico. Por ello. descubrió así la “oración de quietud”: “En este estado..Materialismo médico parece. todos lo usamos en alguna medida para criticar a ciertas personas con estadosafectivos que nos parecen excesivos. durante la oración. XXXI. c. el materialismo médico piensa que la autoridad espiritual de estos personajesresulta eficazmente socabada. no son más que simples problemas de diátesis (con mayorprobabilidad: autointoxicaciones) debidas a la acción patológica de algunas glándulas que la fisiologíadescubrirá. el apelativo adecuado para el sistema de pensamientodemasiado ingenuo que ahora consideramos. y deseamos acallarsemejante materialismo médico. se afirma. Todas estas excesivas tensiones mentales. nuestrosestados mentales tienen su valor sustantivo como revelaciones de la verdad viva. unidas y apuntadas a los pechos de sus madres lactantes. para que disfrutemos con la dulzura sin saber siquiera que proviene del Señor”.9 De modo general. nos sentimos ofendidos yheridos porque sabemos que. la madre para acariciarlo mientras lo tiene en sus brazos hace que su leche destile sin que élmueva los labios.i. y se justifica la tendencia a la melancolíade Carlyle como un enfriamiento gastroduodenal. por pequeños sobresaltos provocados por el placer de sorber. Así. veréis que de vez en cuando seapuntan más. por ejemplo. Pero cuando otros critican nuestros momentos más exaltados y losdenominan “nada más” que expresiones de nuestra disposición orgánica. Nuestro Señor desea que nuestro destino sea satisfecho sin extraer la leche que SuMajestad aboca a nuestros labios. con santa Teresa como una histérica y san Francisco de Asís como un degeneradocongénito. cap.]. casi habría que interpretar la religión como una perversión de la función respiratoria. este método de desacreditar los estados de ánimo por los que sentimosantipatía nos es familiar. Amour de Dieu VII. La Biblia es buenejemplo del lenguaje de la función . cuando sellega al fondo de la cuestión.En realidad.

Estos razonamientos son tan buenos como muchos de los razonamientos a favor de la teoría sexual. pero estosería demasiado absurdo. junto con el interés por la religión y la poesía. la melancolía y la conversión. pero losseguidores de esta última dirán que su principal argumento no tiene nada de semejante con aquellos. la lógica. son esencialmente fenómenos de la adolescenciay.“No escondáis vuestra oreja de mi respiración. el fundamento dela disciplina religiosa consiste en regular la inspiración y la espiración. que aparecen durante los años de laadolescencia. como el corazón agitado por las riberas. Todo respecto a ambas cosas difiere. afirmarán. y toda la teoría ha perdido su significado . a saber. por consiguiente. God’s Breath in Man [El aliento de Dios en el hombre] es el título de la obra másimportante del místico americano más conocido (Thomas Leka Harris). Si ahora los defensores de la teoría sexual sostienen que eso es indiferente. mifuerza me ha abandonado. De todas formas. también podría proponerse la tesis deque el interés por la mecánica. Señor”. mis huesos se calientan por mis suspiros toda la noche. mi corazón se agita. En este sentido. Por ello. Una asimilación general es simplemente imposible. la réplica es de nuevo fácil. más bien encontramos frecuentemente hostilidad y uncontraste completos. los objetos. y en algunos países no cristianos. Por otro lado. no es sólo la vida sexual la quedespierta durante la adolescencia. se ha de atender el contenido inmediato de laconciencia religiosa. mi sufrimiento no se esconde de vosotros. al física.así mi alma se agita por Vos. los modelos. constituye también una perversión del instinto sexual. Los dos fenómenosprincipales de la religión. la filosofía y la sociología. las facultades implicadas y los actospromovidos. el páncreas y los riñones como del aparato sexual. cuando la excitación sexual ha pasado?La verdad rotunda es que para interpretar la religión. la vida religiosa dependetanto del bazo. sino toda la vida mental superior. estaproposición puede ser o no cierta. al fin y al cabo.respiratoria. no podemos deducir de ellaconsecuencias que nos ayuden a interpretar el significado o el valor de la religión. pero en cualquier caso ha sido poco instructiva. si ha de decidir el argumento de la sincronía. Mientrasque la sincronía se afirma como un hecho restrictivo (cuando por supuesto no lo es). ¿qué haremos con el hecho de que laedad religiosa par excellence parece ser la vejez. que sin las contribucionesquímicas que los órganos sexuales hacen a la sangre el cerebro no estaría nutrido para efectuar actividades religiosas. sincrónicos con el desenvolvimiento de la vida sexual.

San Pablo sufrió. ni siquiera nuestras pseudocreencias. Fox fue un degenerado congénito. como la descrita. 10Estudiemos la cuestión de la forma más amplia posible. tandecisivamente como en el caso del metodista convencido. p. ninguna de nuestros pensamientos ysentimientos. y si pretendiéramos un conocimiento de los hechosbastante profundo veríamos al hígado como determinante de las afirmaciones del ateo pertinaz. tengan o no un contenido religioso. es por consiguiente ilógico y arbitrario si no se ha establecidoanteriormente una teoría psicofísica que entrelace los valores espirituales en general con tipos detransformaciones fisiológicas determinados. No vale decir que el . elevado o bajo. sin lugar a dudas. de la mente del cuerpo. brota del estadodel cuerpo de su poseedor en aquel momento.Defender la causalidad orgánica de un estado de ánimo religioso.no hay ni uno sólo de nuestros estados de ánimo. Si aceptamos talsuposición. Sin embargo. un ataque de epilepsia. 2 Como ejemplo de primera clase de razonamiento médico-materialista. Si no es así. ya que cada una de ellas. sin excepción. cuando lo hiciese de otra. Carlyle estaba. en cierta medida. como hipótesis práctica. intoxicado en algunaforma. del doctor BINET-SANGLÉ. y así sucesivamente. Las teorías científicas están tan condicionadasorgánicamente como lo están las religiosas. y si no resueltamenteepiléptico. que la dependencia de losestados mentales de las condiciones corporales debe ser perfecta y acabada. XIV. nuestros anhelos y excitaciones. fuese la que fuese. véase un artículo sobre Les variétés de Type Devot. encontraríamos lamentalidad atea. os pregunto: ¿En qué medida una relaciónexistencial de los sucesos de la histeria mental.desvaneciéndoseen una vaga aserción general de la dependencia. Y así pasa con todos nuestros éxtasis y sequedades. 161. sano o patológico que no tenga algúnproceso orgánico como condición necesaria. para rebatir su derecho aposeer un valor espiritual superior. También están fundadas orgánicamente. si no particularmente.nuestras dudas y creencias. Cuando la sangrefiltrase de determinada manera. que el materialismo médico debe tener razón de manerageneral. puede determinar de una manera uotra su significado espiritual? Según el postulado general de psicología al que acabamos de referirnos. La psicología moderna al encontrarclaras conexiones psicofísicas válidas supone. poseeránvalor alguno como revelaciones de la verdad. naturalmente. aparecido en la “Revue de l’Hypnotisme”. preocupado por su alma. ni tampoco nuestras doctrinas científicas. tendríamos al metodista. concluiremos. en efecto.

el metabolismo químico peculiar de la salud noinfluye en la determinación de nuestro juicio. a buenseguro. que algunos estados de ánimo son interiormente superiores a otros y nos revelan mayorverdad. No existe teoría fisiológica sobre laproducción de tales estados preferentes por medio de la cual podamos acreditarlos. Lafelicidad interior y la capacidad de servicio no siempre están de acuerdo. si el simple “sentirsebien” pudiese decidir. es al mismo tiempo carente delógica e inconsciente. con la seguridad de lasencillez. y para esto sólo hace falta un juicio espiritual corriente. en realidad.de los que a partir de ahora oiremos hablar a menudo. en realidad. y sucapacidad para satisfacer nuestras necesidades lo que los hace aparecer como verdaderos bajo nuestraestimativa. se insertan en un entorno que no pretendeconfirmación en ningún período de tiempo.Cuando hablamos despectivamente de las “fantasías febriles”. Es seguro. el proceso fabril como tal no es. pero sedan con poca . Cuandocelebramos los pensamientos que produce la salud.Ahora bien. asociándolos vagamente con los nervios y el hígado. pero sus revelaciones. y el intento dedesacreditar los estados desagradables. Es elcarácter de la felicidad interior inherente a los pensamientos lo que los cataloga como buenos. el motivo de nuestra descalificación. La consecuencia de tal discrepancia entre los dos criterioses la incertidumbre que todavía persiste sobre gran parte de nuestros juicios espirituales. Puede tratarse de la escasa agradabilidad delas fantasías o de la incapacidad para soportar las horas críticas de la convalecencia.materialismo médico. Haymomentos de experiencia sentimental y mística . lo hacemos más bien por dos razones completamentediferentes. el más intrínseco y el más remoto de estos criterios no siempre se sostienen. y totalmente imparciales con nosotros mismos y con loshechos. poco sabemos de ese metabolismo. ¿Cuando consideramos que algunos estados de ánimo son superiores a otros. por el contrario. una vez juzgado por la experiencia ulterior. La diferenciaentre Felipe embriagado y Felipe sereno es el ejemplo clásico de corroboración. por 11 más satisfactorias que resulten en aquel momento. es porqueconocemos sus antecedentes orgánicos? ¡No!. Posiblemente porque nos deleitaron o porque creíamos que serían útiles para la vida. parece que la temperatura de 103o o 104oFahrenheit deber ser mucho más favorable para la germinación y el crecimiento de la imaginación quela temperatura corporal normal de 97o o 98o Fahrenheit. la embriaguez sería la experiencia humana más válida. y enconexión directa con nombres que connotan enfermedades físicas.que comportan cuando se producen un enorme sentimiento de autoridad interna y de lucidez.no alcanza pro sí solo estas conclusiones radicalmente escépticas.Seamos justos en todo este asunto. y lo que a primera vistaparece “lo mejor” no siempre es “lo cierto”.

mayor es el desajuste”.] y vale la pena señalar que. Por aquí transcurre latriste discordancia evidente de tantos juicios espirituales de los seres humanos. 3 Sin embargo. estos autores.“El genio .. por lo que el resto de la vida o no se conecta en absoluto conellos o se tiende a contradecirlos más que a confirmarlos. después de demostrar de manera satisfactoria que los trabajos delgenio son fruto de la enfermedad.En las ciencias naturales y las artes industriales no se le ocurre a nadie intentar rebatir opinionesponiendo en . cae inevitablemente en lacategoría de mórbida [. Y esto sucede porque lasmanifestaciones religiosas estuvieron condenadas desde el momento que desagradaron al crítico en elterreno interno o espiritual. y otras prefieren tener por guía la media de los resultados. se trata de un desajuste que nunca podrá ser resuelto por medio de un simple examenmédico.es un ‘síntoma de degeneración hereditaria de la variedad epileptoide y estáligado a la demencia moral’”. “El genio -dice el doctor Lombroso . aquellasobras de arte contemporáneo que él mismo parece incapaz de comprender). ¿actúan en consecuencia para impugnar el valor de esos frutos?¿Deducen un nuevo juicio espiritual de su nueva doctrina sobre las condiciones existenciales? ¿Nosprohíben sinceramente que admiremos las obras del genio a partir de este momento? ¿Afirman confranqueza que ningún neurópata puede ser el portavoz de una nueva verdad? ¡No! Sus instintosespirituales inmediatos son demasiado fuertes y se mantienen enfrente de deducciones que.no es más que una de las ramas del árbol neuropático”.frecuencia y no en todos. el materialismo médico habría de celebrar de hecho. como norma general. o bien selimita a esas producciones seculares que todo el mundo considera como intrínsecamente excéntricas.Con todo. propuesta por autores contemporáneos. obien se centra exclusivamente en las manifestaciones religiosas. 4 pero la mayoría de las obras maestras son indiscutibles y la línea de ataque médica. puramentepor amor a la consistencia lógica .dirá el doctor Moreau . desajuste del que nosapercibiremos agudamente antes de acabar estas conferencias.. “Cuando la vida de un hombre . Un buen ejemplo de la imposibilidad de mantenerse fiel a los exámenes médicos loencontramos en la teoría de la causalidad patológica del genio. Algunas personas al llegar estos casos siguenla voz del momento. Un discípulo dela escuela se esforzó por impugnar el valor de los trabajos del genio en su totalidad (es decir. cuanto mayor es el genio.escribe mister Nisbet .es notable y estádescrita con plenitud suficiente para ser el tema de un estudio provechoso. utilizando argumentosmédicos.

de todo error. en resumen. Aquí las opiniones se compruebaninvariablemente por medio de la lógica y la experimentación. volvemos a los principios generales a tenor de los cuales la filosofíaempírica ha sostenido que debemos orientarnos en nuestra búsqueda de la verdad. en laautoridad pontificia. por logeneral. 4 MAX NORDAU. Santa Teresa podía haber tenido el sistema nervioso de la vaca más apacible y eso nohabría salvado su teología si el juicio teológico obtenido por otras verificaciones hubiese demostradoque era despreciable. en su voluminoso libro titulado Degeneration.. ahora y siempre. 1983. Es evidente que el origen de laverdad constituiría un criterio admirable de este género. caso de interesarnos por elfuturo. de. Luminosidad inmediata. según este punto devista. no hubiesetenido ninguna importancia el grado de desequilibrio nervioso o de histeria sufrido cuando estaba aquí. si su teología resistiese las restantes pruebas. en segundo lugar. que se expresa como una profecía o advertencia. Londres. a la postre.evidencia la constitución neurótica de su autor. ya sea como visión. 12 Observad cómo. pp. todos . juicios basados. en loque podemos colegir de sus relaciones experimentales con nuestras necesidades morales y con laparcela que defienden como verdadera. automática. NISBET. aquí su valor sólo puede sercomprobado considerando directamente los juicios espirituales con independencia de sus autores. en laposesión directa por un espíritu más elevado. razonabilidad filosófica y ayuda moral son los únicoscriterios válidos. en nuestros propios sentimientos inmediatos y. Las filosofíasdogmáticas buscaron pruebas para determinar la verdad que nos dispensan. en la revelación sobrenatural. y la historia de la opinión más dogmática muestra que en elorigen estuvo siempre una prueba privilegiada. F. sea cual sea la variante neurológica delautor. No tendría que ser diferente en el terreno de las opiniones religiosas. los diversos criterios unos de otros. si pudiésemos discernir. 16-24. el sueño dorado de los filósofos dogmáticos consistió en encontrar alguna señal directa que nosprotegiera inmediata y absolutamente. en primer lugar. Y de manera inversa. 3 J. cuya génesis se situó en la intuición inmediata. The Insanity of Genius.entre nosotros. voz o intuición extraña. 3a.

paraconsiderarlos significativos. de Edwards.es un elaborado resultado de esta tesis. por ejemplo. poco más quetodos estos dogmáticos tardíos que vuelven como sus predecesores a utilizar el criterio del origen demanera disolvente en lugar de hacerlo de una forma afirmativa. una detrás de la otra. 5 Dicho de otra manera. con todo se verá forzado a escribir:“¿Qué derecho tenemos para suponer que la naturaleza tiene la obligación de hacer su trabajo através de mentes perfectas? Podemos suponer que una mente defectuosa es un instrumento másadecuado para un propósito particular. es demasiado evidente su insuficiencia. El doctorMaudsley probablemente sea el más inteligente detractor de la religión sobrenatural desde el terreno delorigen. Al final volvemos a nuestro criterio empirista:“Los conoceremos por sus frutos y no por sus raíces”. en opinión del doctor Maudsley. alconsentimiento común del género humano o. excéntrico o lunático [. esteargumento pocas veces se utilizó por sí solo.Algunos mensajes y visiones resultaban siempre demasiado claramente estúpidos. encontramos representadas son. Este es nuestro particular criterio empírico yes el criterio que los defensores más resueltos del origen sobrenatural se vieron forzados a utilizar.]. pues. por consiguiente. ya que es el trabajo hecho y la calidad del trabajador que lo hacelo que tiene importancia. y no tendría ninguna.Sus palabras sobre el origen patológico sólo son efectivas mientras el oponente defiende elorigen sobrenatural. podíafalsear haciendo al religioso dos veces hijo del infierno. Las raíces .adúltero. Volvemos. cuando menos. En la historia del misticismo cristiano siempreresultó muy difícil de solucionar el problema de distinguir entre los mensajes y experiencias. y siempre que sólo se discuta el argumento a partir del origen.entendidos como auténticos milagros divinos de aquellos que el demonio. sin embargo. que fueraparticularmente imperfecto en otros aspectos de su carácter. divinos. Para resolverlo se necesitó toda la sagacidad yla experiencia de los mejores directores espirituales.. aunque fuese. oestriba en su origen sino en su funcionamiento en general.estos orígenes fueron justificaciones reservadas para la verdad de aquellasopiniones que. ciertos éxtasis yataques convulsivos fueron demasiado estériles tanto para la conducta como para el carácter. y todavía menos.. hipócrita. la prueba definitiva de una creencia. en su malignidad. desde un punto de vista cósmico. al último recurso de la certeza. El Treatise on Religious Affections. es decir. de aquellos más competentes gracias a suinstrucción y formación”.

de la virtud de un hombre nos son inaccesibles;ninguna apariencia es prueba infalible de gracia. Nuestra práctica es la única evidencia segura, inclusopara nosotros mismos, de que somos genuinamente cristianos.“Al formarnos un juicio sobre nosotros mismos - escribe Edwards - deberíamos asimilar laevidencia que nuestro juez supremo utilizará cuando lleguemos a su presencia el último día [...]. Nohay gracia del Espíritu divino de cuya existencia, en cualquier creyente, la práctica cristiana no sea laevidencia más decisiva [...]. El grado según el cual nuestra experiencia provoca la práctica, muestra elgrado a tenor del cual nuestra experiencia es espiritual y divina”. 5 H. M. MAUDSLEY, Natural causes and Supernatural Seemings, 1886, pp. 256-257. 19 el bálsamo del mundo, sublima el cielo y las montañas y es como el canto silencioso de las estrellas. Esla beatitud del hombre partícipe del infinito, y cuando éste dice “debería”, cuando el amor le conforta,cuando escoge, advertido por el cielo, la obra grande y buena, penetran en su alma profundas melodíasdesde el reino supremo. Entonces puede adorar y esponjarse en la adoración porque nunca podrá ir másallá de este sentimiento. Todas las expresiones de este sentimiento son sagradas y permanentes enproporción a su pureza; nos afectan más que todas las restantes y por ello las frases de la antigüedad,que evocan esa piedad, todavía son frescas y fragantes. Y la impresión extraordinaria de Jesús sobre lahumanidad, cuyo nombre ha hendido la historia de este mundo, es la prueba de la sutil virtud de estapenetración”. 2 Esta es la religión de Emerson: el universo posee un alma ordenadora divina, que es moral y estambién el alma interna al alma del hombre. Pero la cuestión de si este alma del universo constituyeuna simple cualidad como el brillo de los ojos o la suavidad de la piel, o bien se trata de una vidaconsciente, como que los ojos tengan vista y la piel tacto, es una decisión que jamás se plantea en laspáginas de Emerson. Titubea en los límites de estas cosas, dejando de lado ora una, ora otra; en mayormedida por servir a la necesidad literaria que a la filosofía. Sin embargo, en cualquier caso, es unprincipio activo. Podemos creer que protege todos los intereses ideales y mantiene la balanza delmundo equilibrada, como si fuera un dios. Las frases donde Emerson, muy al final, declaró su fe, sontan hermosas como pocas en literatura: “Si amáis y servís a los hombres, no podéis eludir laremuneración mediante ningún disimulo ni estratagema. Siempre hay retribuciones secretas querestablecen la ecuanimidad, cuando es alterada, de la justicia divina. Es imposible inclinar el

fiel; todoslos tiranos propietarios y monopolistas del mundo arriman el hombre para empujar la barra. Equilibrael pesado ecuador para siempre, y hombre y mancha, sol y estrella, han de inclinarse o quedarpulverizados por el rechazo”. 3 Sería demasiado absurdo ahora afirmar que la experiencia intima que sirve de fundamento aestas expresiones de fe y empuja al escritor a manifestarlas no merece ser llamada experienciareligiosa. El tipo de interés que el optimismo emersoniano, por un lado, y el pesimismo budista porotro, despiertan en el individuo, y el género de respuesta que el individuo da durante su vida son, enrealidad, indiferenciables y en cierta forma idénticos al mejor interés y respuesta cristianos. Así, pues,desde el punto de vista de la experiencia, estos credos sin Dios o casi sin Dios deben llamarse“religiones”. En consecuencia, cuando en nuestra definición de religión hablamos de la relación delindividuo con “lo que él considera la divinidad”, debemos interpretar el término “divinidad” en muyamplio sentido, denotando cualquier objeto que posea cualidades divinas, se trate de una deidadconcreta o no.Sin embargo, el término “cualidades divinas”, tratando como cualidad general etérea, seconvierte en demasiado vago, ya que han surgido demasiados dioses en la historia religiosa y susatributos suelen ser dispares. Así, pues, ¿cuál es esa cualidad esencialmente divina (tanto si estáencarnada en una deidad concreta como si no), cuya relación con nosotros determina nuestro carácterde hombres religiosos? Si buscamos una respuesta a la pregunta antes de seguir adelante nossentiremos gratificados. En primer lugar, los dioses se conciben como cosas primeras en la escala delser y del poder; envuelven y protegen sin escapatoria alguna. Todo lo que se relaciona con ellosrepresenta la primera y última palabra en la escala de la verdad. Por lo tanto, lo que sea primordial,envolvente y profundamente verídico debe ser, si seguimos en esta línea, considerado como si setratase de una cualidad divina y la religión de un hombre se puede identificar con esta actitud hacia loque él considera la verdad primordial.Una definición semejante podría aún ser defendible. La religión, sea lo que sea, es una reaccióntotal del hombre ante la vida. Por consiguiente, ¿por qué no decir que cualquier reacción total sobre lavida es religión? Las reacciones totales son diferentes de las casuales, y las actitudes totales son 2 Miscellanies, 1868, p. 120, versión resumida. 3 Lectures and Biographical Sketches, 1868, p. 186.

20diferentes de las actitudes habituales y profesionales. Para llegar a conocerlas debemos mirar detrás delprimer plano de la existencia y asumir este sentido curioso de todo el cosmos residual como presenciaeterna, íntima o ajena, terrible o divertida, odiosa o amable, que cada uno posee en alguna medida. Estesentido de la presencia del mundo, tal como califica nuestro temperamento individual peculiar, noshace tenaces o despreocupados, devotos o blasfemos, melancólicos o exultantes sobre la vida engeneral, y nuestra reacción, aun siendo involuntaria, inarticulada y a menudo medio inconsciente, es larespuesta más completa de todas a la pregunta: ¿Cuál es el carácter de este universo en que habitamos?Expresa nuestro sentido individual de la manera más precisa. Así, pues, ¿por qué no llamar a estasreacciones nuestra religión, sin que importe el carácter específico que puedan tener? Aunque algunas de estas reacciones puedan ser no religiosas, en un cierto sentido de la palabra“religiosas”, pertenecen a la esfera general de la vida religiosa, y deberían clasificarse genéricamentecomo reacciones religiosas. “Cree en un no dios y lo ahora”, dijo un colega a propósito de un estudianteque manifestaba un ferviente ardor ateo. Y los oponentes más vehementes de la doctrina cristiana hanmostrado con frecuencia un temperamento que, considerado psicológicamente, no es fácil distinguir delcelo religioso. Pero un uso tan amplio de la palabra “religión” no sería conveniente, por más defendibleque pueda resultar en el ámbito de la lógica. Son actitudes sin importancia, despectivas incluso para lavida en general; y estas actitudes son, en algunos hombres, últimas y románticas. Decir de estasactitudes que son religiosas sería forzar demasiado el uso ordinario del lenguaje, aunque, desde elpunto de vista de una filosofía crítica imparcial, pueden constituir maneras perfectamente razonables dever la vida. Voltaire, por ejemplo, escribe a un amigo cuando ya tenía setenta y tres años: “Por lo que amí respecta, aun estando débil, lucho hasta el último momento, recibo cien acometidas, devuelvodoscientas, y me río. Veo cómo arde ginebra cerca de casa, peleas sin motivo y vuelvo a reír... Doygracias a Dios porque puedo mirar el mundo como una farsa, incluso cuando se vuelve tan trágicocomo lo hace en ocasiones. Todo aparece igual al fin del día y aún más uniforme cuando todos los díasse acaben”.Por mucho que admiremos ese espíritu recio de gallo de pelea en un valentudinario, resultaríaextraño calificarlo es espíritu religioso. Expresa la reacción de Voltaire sobre la vida. Je m’en fiche esel equivalente en francés vulgar de la exclamación me da igual,

devolvemos broma por broma con toda justicia. 4 Ciertamente deberían eludirse todas las asociaciones usuales de la palabra “religión” si con estenombre se tuviera que indicar un . incluso contra la evidencia . que puede sersabiduría. pero tenemos el derecho de añadir a este atributo nuestra ironía. Únicamente queremos que el Eterno sepaque si aceptamos el fraude lo hacemos intencionada y libremente. Tomad. al escepticismo. Estad preparados para cualquier cosa. por ejemplo. pero no deseamos parecer ridículos por contar conellas con demasiada seguridad”.y el afortunado término je m’en fichisme ha sido inventado recientemente para designar la determinación sistemática de no tomarsenada de la vida con demasiada solemnidad. Hacemos la jugada que nos han hecho. serán realmente sabios. que el exquisito genio literario Renan se complació. si estamos defraudados.“Por consiguiente. al optimismo. según la hora. en poner en formas coquetamente sacrílegas que nos hanquedado como notables expresiones del estado de ánimo del “todo es vanidad”.afirma Renan. in utrumque paratus. a la ironía. De esta manera. Debemos escuchar las voces superiores. sois vos quien lo 21 provocasteis!”.]. como represaliapersonal de alguna clase. perodespués continúa así:“Hay muchas posibilidades de que el mundo sea tan sólo una pantomima mágica de la que Diosno se preocupa. Mantengo que siempre deberíamos hablar de filosofía con una sonrisa. es adecuada a nuestro sentimiento moderno. como mínimo. los superficiales serán los dogmáticos. y los de mente mundana. Si. nos hemos de organizar de manera que no parezcamos completamenteequivocados en ninguna hipótesis. Por lo tanto. elsiguiente pasaje . Nos resignamos de antemano aperder el interés por nuestras inversiones en virtud. a la confidencia. parece susurrar a la naturaleza que no la tomamos tan en serio como ellaa nosotros. Debemos al Eternoel ser virtuosos. no estuviésemos tampoco demasiado equivocados. elmundo no es algo serio. El buen humor esun estado de ánimo filosófico.en sus últimos días de dulce crepúsculo. en efecto. pero de forma tal que si lasegunda hipótesis fuese cierta. “Todo es vanidad” es la expresión trivializadora válida paratodas las crisis difíciles de esta manera de penar. yesteréis seguros de que en algunos momentos. poseeréis la verdad[..hemos de atenernos al deber. Abandonaos. La frase de san Agustín: “¡Señor.. que ahora losteólogos llaman frívolos.

reducir nuestra definición otra vez diciendo que la palabra“divinidad” para nosotros no significaría solamente lo principal. es detener también comentarios burlescos como los de Renan. hagamos lo que hagamos con nuestra definición. Por eso propongo . puede resultar demasiado amplio. Si sealegre. aveces podemos decir lo mismo de nuestro triste Carlyle -. los chillidos angustioso de dos ratas moribundas. El humor de un Schopenhauer o de un Nietzsche . el infortunado simplemente se defiende con puyas y gritandocomo un cerdo sacrificado.Estamos moviéndonos en un campo de experiencia en el cual no hay una sola concepción que puedaser bien definida.El mundo se muestra demasiado trágico en algunas religiones.parti pris tan sistemático. Precisamente osquiero hablar de experiencias religiosas en tanto que experiencias solemnes. si es triste. Les falta lanota purgativa que destila la tristeza religiosa. . sería ésta: “En este universo no todo es vanidad. según laspunzantes palabras de Marco Aurelio. Favorece la gravedad. lo real. para nosotros.y en inferior grado. ni debe sonreír ni burlarse. Diremos muchas cosas sobre la melancolía. entendida de maneracomún. la verdad debe ser afrontada en última instancia.significará aquélla realidad primaria a la que el individuo se siente impulsado a responder solemne ygravemente. siempre significa un estado de ánimo serio. o debe gritar ni maldecir tampoco. también lo es igualmente a las protestas y las quejas rotundas.denuevo arbitrariamente. Para los hombres corrientes “religión”. la gravedad y todos esos atributos emocionales admiten diferentes maticesy.tenga los especiales significados que tenga. ya que estesignificado. y debe existir un sistema de liberación. en estas condiciones. segúnel soy ordinario de nuestro lenguaje. Las salidas de los dos autoresalemanes recuerdan. La divinidad. si se toma sin restricción. pero pierde el derecho a ser llamada religión cuando. Si algo puede atajar la religión.Pero la solemnidad. es con frecuencia sólo malhumor y evasión descontrolada. serio y tierno en cualquier actitud que denominemos religiosa. y no con un juramento o una broma.Pero si es hostil a la ironía ligera. Si hubieraalguna frase que pudiese recoger su mensaje universal. hace “callar” toda charla vana y la agudeza peor intencionada. La pretensión. aunque a menudo sea una tristezaennoblecida. no lainsolencia. la mitad de las veces. pero la tragedia se entiende comopurificación. lo envolvente.a pesar de lo que puedan sugerir las apariencias”. si lo consentís .Debe haber algo solemne.

No obstante. mi destino fijado. “moral” o“filosófico” es probable que sólo surja cuando el estado de ánimo s e encuentra débilmentecaracterizado. pero Diosgustó de colocarnos en él y también a mí ha de satisfacerme. la dulce fábula de la vida. Con estados que únicamentepueden ser llamados religiosos por cortesía no podemos hacer nada. titulada Confidencias. dejadme desaparecer tan silenciosas y confortablemente comopueda. No me importaría volver a vivirmi desaprovechada vida prolongando así mi tiempo. Y esto vale no sólo para losfenómenos religiosos. Ésta es.. cuya autobiografía. pero en este caso apenas valdrá la pena que lo estudiemos. cansancio y problemas. en un extremo de desarrollo nunca puede quedar ningún problema sobre quéexperiencias son religiosas. Las cosas son máso menos divinas. La divinidad del objeto y la solemnidad de la reacción están demasiadobien marcadas para dudar.En la conferencia anterior dije que cuando más aprendemos de una cosa es cuando la miramosal microscopio. sino para cualquier otro tipo de hechos. los estados de ánimo son más o menos religiosos. con . me someto humildemente porque es eldesignio divino. las reacciones son más o menostotales. versión resumida. la reacción total ante la vida deFrederik Locker Lampson. Temo el progreso de enfermedades que me convertirán en una cargapara quienes me rodean y amo. la duda sobre si un estado de ánimo es “religioso” o “irreligioso”. Me someto con un escalofrío en el corazón.“Estoy tan resignado a mi destino que no me duele demasiado pensar que debo abandonar elllamado agradable hábito de la existencia. ¿qué es la vida humana? ¿No esuna felicidad mutilada. dejad llegar el final si la paz lo acompaña. pero los límites siempre resultan confusos y por todos lados se trata de una cuestión de cantidady grado.. problemas y cansancio. prueba que fue un hombre hartoafable. Decidme. ¡No!. pp. por así decir. 22 aquellos en los cuales el espíritu religioso es inconfundible y externo. Los únicos casos con las suficientesprobabilidades de ser tan provechosos como para que merezca la pena dedicarles nuestra atención son 4 Feuilles détachées. o cuando la vemos en su forma más extrema. las manifestaciones más débilesde éste las podemos pasar por alto tranquilamente. 394-398. Aunque parezca mentira no tengo gran apetenciade ser más joven. por ejemplo. la única cuestión provechosaestribaría en el hecho de que nadie puede sentirse tentado a calificarlos de otra manera.de ser rigurosamente “científicos” o “exactos” enel uso de nuestros términos indicaría tan sólo que no entendemos bien nuestra tarea.“No creo que haya mucho que decir sobre este mundo o sobre nuestra estancia en él.

Se afirma que la expresión preferida por nuestra trascendentalista de Nueva Inglaterra. y el comentario sardónico de Thomas Carlyle cuando alguien se larepitió fue: “¡Dios mío. o aceptarlo con la apasionada alegría de los santoscristianos. En el fondo. Ahora puedo expresar de manera másgeneral lo que estaba pensando. para mantenerlo tranquilo hasta que se duerme y termine la preocupación”. La diferencia es tanta como la que media entre pasividad y actividad. humor agresivo ydefensivo. ¿qué importa si consideramos o no religioso un estado de ánimo como éste? En cualquiercaso es harto insignificante para nuestra instrucción. lo hacemos aturdidos por la sumisión (tal ycomo Carlyle nos diría: “¡Dios mío.En estos casos extremos estaba pensando cuando afirmé hace un momento que la religiónpersonal. tan sólo es un niño rebele con quien se hade jugar. aunque me arriesgo a decir que amuchos de vosotros puede pareceros demasiado lánguido y desanimado para merecer tan buen nombre. complejo. 5 Se trata aquí de un estado de ánimo tierno. más nos vale!”). recordaréis que os he prometido señalar cuáles son. era: “Acepto el universo”.la infundada y engañosaexpectación de un mañana mejor? En el mejor de los casos. o pensamos que. ¿Lo aceptamos únicamente de mala gana yparcialmente. obediente y simpático.Existe una tremenda diferencia emocional y práctica entre aceptar el universo con el aire gris eincoloro de la resignación estoica ante la desgracia. más le vale!”. todo el asunto de la moralidad y la religión seencuentra en nuestra manera de aceptar el universo. aun con sus cosas malas. La sumisión ciega quedamuy atrás y toma su lugar una forma de bienvenida que pede situarse en la escala entre la serenidadgozosa y la alegría entusiasta. Aunque los escalones para pasar de un estado a otro son graduales y pese a que los . MargaretFuller. o de todo corazón y en su conjunto? ¿Nuestras protestas contra alguno de sus aspectosson radicales e implacables. y su poseedor lo describió en términos que nohabría usado de no estar pensando en otras disposiciones de ánimo más decididamente religiosas y conlas que se cree incapaz de competir. En estos estados más enérgicos es donde se plantea nuestracuestión y podemos permitirnos dejar correr el límite incierto y las notas menores.Pero a poste. encarna algunos elementos que la simple y pura moralidad noposee. o bien lo hacemos con aprobación entusiasta? Lamoralidad simple y pura acepta la universal ley del todo y la reconoce y obedece. siempre hay formas de vida quenos llevan a lo que es bueno? ¿Si aceptamos el conjunto. pero debe hacerlocon el corazón apesadumbrado y triste sin dejar de sentirla como un yugo. incluso sin teología ni ritual. Yo no opondríaninguna objeción en considerarlo un estado de ánimo religioso. animoso.

estadiosintermedios que representan diferentes individuos son numerosos, cuando ponéis juntos los extremos 5 Págs. 314-323 de O.C. 23 para compararlos observáis dos universos discontinuos que se enfrentan a vosotros y que exigen, parapasar de uno a otro, vencer un punto crítico. Al comparar las exclamaciones estoicas con las cristinas, descubrimos bastante más que unamera diferencia doctrinal. Más bien están separadas por un diferente tono emocional. Cuando MarcoAurelio medita sobre la razón eterna que ha ordenado las cosas, hay un helado estremecimiento en suspalabras difícil de percibir en un texto religioso judío, e imposible en uno cristiano. El universo es“aceptado” por todos estos escritores, pero ¡qué falto de pasión o exultación está el espíritu delemperador romano! Comparad esta breve frase: “Si los dioses no se preocupan de mí o de mis hijos,¡alguna razón habrá!”, con el grito de Job: “Aunque me extermine, todavía creeré en Él”, y verlesinmediatamente la diferencia de que os hablaba. El estoico acepta la sumisión del propio destinopersonal al anima mundi, que existe para ser respetada y para que nos sometamos a ella, pero el Dioscristiano existe para ser amado; y la diferencia de atmósfera emocional es como la que media entre unclima ártico y los trópicos, aunque el resultado de aceptar sin queja las condiciones reales puedaparecer, en términos abstractos, casi idéntico.“El deber de un hombre - dice Marco Aurelio - es confortarse y esperar la disolución natural, noenojarse sino encontrar estímulo únicamente en estos pensamientos; primero, que no me ocurrirá nadaque no sea conforme con la naturaleza del universo, y segundo, que no debo hacer nada contrario aDios ni a mi deidad interior, porque ningún hombre me puede obligara pecar. Él es un absceso en eluniverso que se retira y separa de la razón de nuestra común naturaleza, porque está descontento de lascosas que suceden. La misma naturaleza que las produce la ha creado él. Así, pues, aceptamos todo loque pasa, aunque parezca desagradable, porque lleva a la salvación del universo y la prosperidad yfelicidad de Zeus. Porque él no habría hecho en nadie lo que ha hecho si el conjunto no fuese útil. Laintegridad de la totalidad se mutila si cortas alguna cosa. Y algo cortas, en la medida de sus fuerzas,cuando estás insatisfecho, y en alguna medida también puede decirse que la suprimes”. 6 Comparad ahora esta actitud con la del antiguo autor cristiano de la Teología Germánica:

“Cuando los hombres son iluminados por la luz verdadera renuncian a todo deseo y preferencia,y se encomiendan y comprometen ellos mismos y cuantas cosas hay al Dios eterno, de modo que cadahombre iluminado puede decir: “Estaría contento de ser para el Dios eterno lo que su propia mano espara el hombre”. Tales hombres se hallan en un estado de libertad porque han perdido tanto el miedo aldolor y al infierno como la esperanza de recompensa en el cielo, y viven en total sumisión al Dioseterno, en la perfecta libertad del amor ferviente. Cuando un hombre se considera a sí mismo ycomprende quién es y qué es, y se descubre vil, malvado e indigno, se sumerge en tan profundahumillación que le parece razonable que toda criatura del cielo o de la tierra se alce contra él. Porconsiguiente, no deseará ni osará desear estar desconsolado, y no se afligirá por sus sufrimientos,porque son ustos a sus ojos y no tiene nada que recriminar al respecto. Eso es lo que significa elarrepentimiento del pecado, y no encuentra consuelo quien penetra en este infierno. Dios no abandonaal hombre en él, sino que le protege con su mano de manera que no debe desear mirar otra cosa que nosea el Dios eterno. Por ello, cuando al hombre sólo le interesa y desea el Dios eterno, y no se busca a sí mismo ni sus cosas sino sólo el honor de dios, participa de todo género de alegría, bienaventuranza,paz, reposo y consuelo; y de este modo el hombre penetra desde ese momento en el reino celestial. Elinfierno y el cielo son dos caminos buenos y seguros para el hombre, y quien en verdad los encuentraes feliz”. 7 6 Libro V, cap. IV, versión resumida. 7 Caps. X, XI, versión resumida. Traducción inglesa de Winkworth. 24 ¡Hasta qué punto llega a ser más activo y positivo el impulso del escritor cristiano para aceptarsu lugar en el universo! Marco Aurelio aceptó el esquema, el teólogo alemán está de acuerdo. Literalmente, sale corriendo a abrazar los decretos divinos.Es cierto que en ocasiones los estoicos pueden experimentar algo semejante a la intensidad delsentimiento cristiano, como en el pasaje de Marco Aurelio tan frecuentemente citado:“Todo lo que es armonioso para ti, ¡oh universo!, armoniza conmigo. Nada ocurre demasiadotemprano ni demasiado tarde, si para ti acontece en su justo momento. Para mi todo es fruto si lo traentus estaciones. ¡Oh naturaleza!, todas las cosas provienen de ti, son tuyas y a ti

retornan. Dice el poeta:“Amada ciudad de Cecrops”. Y tú, ¿no dirás “amada ciudad de Zeus”?”. 8 Comparad, sin embargo, un pasaje tan devoto como éste con una genuina efusión sentimentalcristina y parecerá algo frío. Comencemos, por ejemplo, con la Imitación de Cristo: “Señor, Vos que sabéis qué es lo mejor, dejad que aquello o esto suceda como queráis. Dad loque queráis, tanto como queráis. Haced conmigo lo que creáis mejor y será en vuestro honor. Ponedmedonde Vos queráis y haced libremente de mí vuestro deseo en todas las cosas [...]. ¿Cómo podría sermalvado si Vos estáis a mi lado? Preferiría ser pobre con Vos que rico sin Vos. Prefiero ser con Vos unperegrino en la tierra, que sin Vos poseer el cielo. Donde os encontréis, ahí está el cielo, donde noestéis, contemplaremos la muerte y el infierno”. 9 Es una buena norma de fisiología, cuando estudiamos el significado de un órgano, preguntar porel tipo de acción más peculiar y característica del mismo y buscar su tarea en aquella de sus funcionesque ningún otro órgano puede ejercer. Posiblemente sea válida la misma máxima en nuestra actualpesquisa. La esencia de las experiencias religiosas, aquello por lo que las deberíamos juzgar, en últimainstancia, debe ser ese elemento o cualidad suya que no podemos encontrar en ningún otro lugar. Y estacualidad será, naturalmente, más señalada y fácil de percibir en las experiencias religiosas másunilaterales, exageradas e intensas.Cuando comparamos estas experiencias intensas con esas otras más tediosas, tan frías yrazonables que nos sentimos tentados a llamarlas filosóficas antes que religiosas, encontramos unacaracterística completamente distinta. Esta característica, me parece, ha de ser considerada la differentia prácticamente primordial de la religión, según nuestros propósitos y podemos constatarlocomparando la mente de un cristiano, según una concepción abstracta, con la de un moralista concebidade manera similar.Una vida es viril, estoica, moral o filosófica en la medida en que está menos influenciada porconsideraciones personales insignificantes y en mayor medida por fines objetivos que exijan energía,aunque esa energía comporte problemas y sufrimientos personales. Esto representa el lado bueno de laguerra en tanto que pide “voluntarios”. Y, con respecto a la moralidad, la vida es una guerra y elservicio al altísimo constituye un tipo de patriotismo cósmico que también exige voluntarios. Pese atodo, un hombre enfermo, incapaz aparentemente de

sentir que el espíritu del universo le afirma y reconoce. posee en gran medida.El cristiano también rehúsa la actitud pálida y malhumorada del enfermo yaciente. puede proseguir la batalla moral. XV y LIX. Este hombre vive en su estrato más amplio y elevado. W. y no un esclavo uncido. y que le convierte en un serhumano de denominación completamente diferente. y las vidas delos santos están llenas de cierto tipo de crueldad para con las condiciones enfermizas del cuerpo. y mientras esta actitud atlética seaposible todo irá bien. Comparad con Mary Moody Emerson: “Dejadme ser unamancha en este mundo justo. Lo amaréaunque siembre de miedo y oscuridad todos mis caminos”. R. mientras el simplerechazo moralista implica un esfuerzo de voluntad. puededesviar la atención de su futuro. ya sea en este mundo en el próximo. 25 excellence.El moralista deberá contener la respiración y tensar los músculos. Sugerir esfuerzo personal y voluntad a alguien afligido porsentimientos de impotencia irremediable es sugerir lo imposible. Se puede entrenar para hacerseindiferente a los inconvenientes del presente y sumergirse en cualquier interés objetivo que todavíaresulta inaccesible. el rechazo cristiano es el resultado del entusiasmode un tipo más elevado de emoción en presencia del cual no se requiere ningún ejercicio de la voluntad. para la moralidad es suficiente. A pesar de todo le falta una cosa que el cristiano par 8 Libro IV. lo que desea es ser consolado en suflaqueza. EMERSON. puede contemplar cualquiera de los aspectos ideales de laexistencia que su filosofía le muestra y practicar cualquier deber con la paciencia. 23. p. comoprobablemente no encontraremos en ningún otro documento humano. es un hombre librede cuerpo ligero. más solo. a pesar de su debilidad y aflicción. incluso en los más robustos. caps. p. 188. Libro III.militar. con una condición: que sepa que es cosa Suya. 9 Traducción al inglés de Beham. la resignación y feque su sistema ético requiera. Lectures and Biographical Sketches. por ejemplo. el sufridor más oscuro. el santo místico y ascético. puedecultivar hábitos alegres y callar sus miserias. todos . cuando el organismo comienza a decaer o cuandomiedos morbosos invaden la mente. Alfin y al cabo. Puede atender las noticias públicas y simpatizar con los asuntos de los otros. Pero la actitud atlética tiende siempre a fracasar ylo hace inevitablemente. Sin embargo.

redime yvivifica el mundo interior que. la nota dominante del universo que suena en nuestros oídosy una posesión eterna y extensa ante nuestros ojos. proporcionándole una nuevaesfera de poder. donde la moralidad. no lo están. Y cuando percibimos todo esto nos invade un sentimiento tal sobre la vanidad y laprovisionalidad de nuestra voluntaria carrera. Para nosotros.Al llegar a este punto. Esta fascinación.Si la religión ha de significar alguna cosa definida. la ira. Verán también qué cosa más intensamente apasionada puede ser la religión en sus vuelos máslevados. añade a la vida una fascinación que no es racional ni lógicamente deducible deninguna otra cosa. sólo puede inclinar la cabeza y asentir.estamos hechos de la misma arcilla que los lunáticos y los presos y. como tampoco puedenenamorarse de una mujer determinada por un simple mandato. pero. Como el amor. nos dirán los fisiólogos. la religión se constituye en lo que viene a rescatarnos y sujeta nuestrodestino en sus manos. Hay un estado de ánimo que los hombres religiosos conocen pero no los otros. de otra manera. y la hora de nuestra muerte moral se convirtió en el día denuestro nacimiento espiritual. es o no es paranosotros.para los que la voluntad de afirmación y mantenimiento quedó desplazada por el de cerrar la boca y sernada ante las inundaciones y las plagas del Señor. la muerte alcanza al másrobusto. ¡helo aquí!. sino queéste resulta positivamente destruido y disipado. De este modo.estrictamente dicho. y todo nuestro bienestar aparece como el sucedáneo másvacío de aquel bienestar en el que tendríamos que basar nuestras vidas. al final. el sentimiento religiosoconstituye una adicción absoluta a la esfera de la vida real del sujeto. que toda nuestra moralidad aparee como el apósito queesconde una herida que nunca podrá sanar.somos unos fracasados indefensos. En tal estado de ánimo lo que más temíamos seconvirtió en la morada de nuestra seguridad. Cuando la batalla exterior se ha perdido y el mundo exterior se rechaza. sería un yermo vacío. os dirán los teólogos). y hay personas que no pueden estar poseídos por la fascinación. que llega como un regalo cuando llega (un presente de nuestroorganismo. nada más habría designificar este nuevo horizonte de libertad. El miedo no se mantiene en vilo como pasa con la mera moralidad. ese temblor entusiasta de adhesión. la ambición. la esperanza. el del respirar profundo y tranquilo. me parece que habríamos de asumirla comosi significase esta dimensión emotiva añadida.Veremos muchos ejemplos de este estado de ánimo gozoso en otras conferencias del presenteciclo. los celos. Se acabó el tiempo de tensión de nuestra alma y ha llegado el de latranquilidad feliz. como cualquier otra impaciencia opulsión instintiva. Aquellos de entre nosotros más sanos y mejores. el del presente eterno sin tener que preocuparsepor un futuro desacorde. 10 . un presente de la gracia.

ha mostrado siempre cierta desgana en dejar que Dios fuese algo menos que elTODO. lo que está en desacuerdo con el teísmo popular y practico. que en su vida religiosa les parece excesivoeste entusiasmo. como todo lo demás. Y aunque sería prematuro decir que no existe ninguna salida clara ofácil. de todo gozo del presente. Un 10 De nuevo hay muchos hombres. sólo lo sería si finalmente no fuese superado elmal. ya no sería aquel individuo en absoluto. Estaunidad es un individuo y sus peores partes deben ser tan esenciales como las mejores.Este tipo de fricción en lo absoluto y eterno es lo que encontramos solamente en la religión. siempre que se nos permita creer que elprincipio divino es supremo y los otros le están subordinados. Dios no esnecesariamente responsable de la existencia del mal. debe luchar contra esta dificultad al igual que el teísmoescolástico lo hizo en su tiempo. por no decir politeísta. el mal. y tal vez siempre lo haya sido. un fragmentoindependiente . Esta dificultademerge en cada forma de filosofía en la que el mundo se presenta como una unidad perfecta. de manera que si cualquier parte desapareciera ose alterase. más que como un hecho absolutamente unitario. para llegar a su differentia típica. Son religiosos en el sentido más amplio. pero algunas de sus características son bastante patentes.Difiere de toda alegría corporal. pero no lo son en el sentido más agudo. hombres constitucionalmente pesimistas. hoy presentecon tanta pujanza en Escocia y América. la única escapatoria obvia de la paradoja consistiría en separarse de la concepción monista y dejarque el mundo existiera desde el principio de forma pluralista. como conjunto o colección de cosas yprincipios superiores e inferiores. y a considerar elmundo como unidad absoluta. En este último caso. En otras palabras . deben sernecesarias para hacer que el individuo sea lo que es. 65 sistemática del universo. debe tener su fundamento enDios. Pero en la visión monista o panteísta. La filosofía del idealismo absoluto. porque en ese casoel mal no tendría por qué ser esencial podría ser. y se ha mostrado muy satisfecho con ununiverso compuesto de múltiples principios originales. que siempreha sido más o menos pluralista. el teísmo filosófico ha tendido a ser panteísta o monista. por ese elemento de solemnidad y es unacosa difícil de definir de manera abstracta. y la dificultad estriba en ver cómo es eso posible si Dios es absolutamente bueno.

como Hegel. es un simple extracto de la realidad. Ésta es la noción que nos es planteada demanera justa y directa. en ningún sistema final de laverdad. ni consagrar. un elemento superfluo que debeser abandonado y negado y. que contiene unelemento de verdad. la mind-cure rechaza afirmar nada semejante. suprimida y olvidada su memoria. Es una pura abominación hacia el Señor. y que el mal como elemento requerido dialécticamentedebe precisarse.Hemos visto que es una religión genuina. como “residuos”. sólo pueden ser considerados como simple irrelevancia yaccidente. 4 Lo dijo pese a las declaraciones monistas de muchos escritores de la mind-cure . y debe asimismo tener una función que se le ha adjudicadoen el sistema final de la verdad. a la vista de todo esto. El evangelio de la mind-cure aparece así otra vez con dignidad e importancia. Mientras que el filósofo monista se encuentra más o menos obligado a decir. y como cuestión fuera de lugar.sin derecho racional o absoluto a vivir junto con el resto. creo que deberemos admitir. ni conservar. si es posible. inferior y residual. a partir del hecho de que hay elementos en el universo que no pueden constituirun todo racional en conjunción con los demás elementos y que. esenfáticamente irracional y no se ha de precisar. y ahora incluso la encontramos como defensora de una concepción perfectamentedefinida de la estructura metafísica del mundo. una irrealidad ajena. tal como lo hemos descrito. El ideal. que todo lo que es real es racional. en definitiva. ya que aunque la mayoría de los filósofos parece olvidarlao desdeñarla demasiado para mencionarla. desde el punto de vista de cualquiera delos sistemas que formen los otros elementos. y no una simple llamada ingenua a la imaginación para curarenfermedades. lejos de sercoextensivo con la realidad total. 4 El mal. da claramente su voto aesta visión pluralista.Ahora bien. por lo que podemos esperar queal final nos desembarazaremos de él. marcado por su liberación detodo contacto con esta materia enferma. el evangelio de la mind-cure . no lamentaréis quela haya sometido tan extensamente a vuestra atención. hemos visto que su método de verificación experimental no es diferente del método decualquier ciencia. por decirlo así. Espero que. conservarse y consagrarse.Os pido que no olvidéis esta noción.

por un momento. es la más instructiva para nuestro estudio. aunque fuese la esencial. también hay diferentes niveles de mentalidad morbosa. digamos. una felicidad parecida a la de un simple animal y tipos de felicidadregeneradora. Las razas germánicas tendieron más bien a pensar en el Pecado en singular ycon P mayúscula. pero es indudable que el tono religiosonórdico se ha inclinado a la persuasión más profundamente pesimista. Hay personas para quienes el mal sólo significa un mal ajuste con las cosas. 66 Digamos ahora adiós a esta forma de pensar. Así. y prestemos atención a aquellaspersonas que no pueden librarse con rapidez del peso de la conciencia del mal.divisible punto por punto. las razaslatinas tienden a mirar el mal de la manera primera: como formado por males y pecados en plural. que no puede curar ninguna reorganización del medioambiente ni disposición del yo íntimo. y unos mucho más intensos queotros. Pero hay otraspersonas para quienes el mal no constituye una mera relación del sujeto con las cosas exterioresparticulares. en el . porque estas afirmaciones son realmenteincongruentes con su actitud hacia la enfermedad y se puede demostrar fácilmente que no están lógicamente implicadas enlas experiencias de unión con una Presencia Superior a la que se conectan. presión u otros estímulosexteriores necesaria para atraer su atención. los dos términos sepueden ajustar y de nuevo todo resultará tan alegre como las campanas de una boda. Así como vimos en la mentalidad sana nivelessuperficiales y profundos. como algo constituido de manera natural e inseparable de nuestra naturalsubjetividad. Un mal de esta especie es sanable. o ambos. hablamos del umbral de laconciencia de un hombre en general para indicar la cantidad de ruido. y que requiere un remedio sobrenatural. al menos enprincipio.La psicología reciente hace un uso frecuente de la palabra “umbral” como designaciónsimbólica del punto donde un estado mental se convierte en otro. no debe sernecesariamente el todo absoluto de las cosas: es suficiente para la vida de la experiencia religiosa contemplarla como partede ellas. en el plano natural. una correspondenciaerrónea entre la vida personal y el medio ambiente. y que no puede extirparse jamás con operaciones superficiales poco sistemáticas. Quien tenga un umbral elevado se dormirá en medio decierto índice de ruido. 5 Estascomparaciones raciales siempre están abiertas a la excepción. sino algo más radical y general.. al ser la más extrema. ya que sólo modificando el yo o las cosas. pero que estándestinadas fatalmente a sufrir con su presencia. La Presencia Superior. En conjunto. y veremos que esta forma desentir.

indicios de una muerte presentida que. dan la sensación de venir de laregión más profunda y a . del fundo de cada fuente de placer. mientras que los otros parecen haber nacido junto alumbral del dolor. Dios está en el cielo. “¡viva el universo. un “umbral de la miseria” y constatar que la conciencia de algunos individuos los superanrápidamente.¿No os parece que quien vive habitualmente junto al umbral del dolor debería necesitar un tipode religión diferente de quien habita en el otro lado? Esta pregunta. cuando alguien es sensible a pequeñas diferencias en cualquier tipo de sensación. por fugitivos que puedan ser.decimos que tiene un “umbral diferencial” bajo. Demanera similar. despuésde todo. 67 como dijo el poeta. 1884. peligro y desastre se interponen? Inesperadamente. Podemos hablar perfectamente de un “umbral de dolor”. Son hombresque dan la impresión de haber nacido con estrella. 5 J. damos la espalda resueltamente a los nacidosuna vez y a su evangelio optimista de color azul celeste. un “umbral deltemor”. surge algo amargo. Losoptimistas y aquellos de mentalidad sana viven habitualmente en el margen soleado de su línea demiseria. ¿cómo pueden cosas tan inseguras como las experiencia positivas de estemundo permitirse un anclaje estable? Una cadena es tan fuerte cuanto más débil su eslabón y. y su mente será fácilmente consciente de lasdiferencias en cuestión.que otra persona con un umbral más bajo despertaría inmediatamente. el dolor. a pesar de lasapariencias. surge de manera natural en este punto y seconvertirá en un problema serio antes de que concluyamos. un toque de náusea. Pero antes de enfrentarnos a él en términosgenerales debemos centrarnos en la tarea poco agradable de escuchar lo que las almas enfermas. de desencanto. Así. el temor y el sentimiento de desamparo humano no pueden abrirnos una visión másprofunda y ponernos en las manos una clave más complicada del significado de la situación. sobre la relatividad de diferentestipos de religión para diferentes tipos de necesidad. donde las irritaciones más ligeras se perciben con fatalidad. No gritemos sin más. veamos antes si lapena. En la existencia más sana y próspera. MILSAND. en el mundo todo va bien!”. pero que para toros resultan demasiado altos para que su conciencia los rebase.En primer lugar. la vida es una cadena. han de decir sobre los secretos de sucautiverio. su forma peculiar de conciencia. en la oscuridad y la aprehensión. los depresivos y melancólicos viven más allá. ¿cuántos eslabones deenfermedad. un hábito de melancolía. Luther et le Self-Arbitre. pues. comolas llamaremos por contraste con las de mentalidad sana.

cuando envejeció. la música puede comenzar de nuevo. con su Juicio Final. Pero con ello. “Señora. oportunidades perdidas. preferiría perder la oportunidad de ir al Paraíso”.Nosotros las difundimos con nuestros errores. Aprestaré mi cuello. Pero en elfondo sólo ha habido dolor y pesadumbre.contra el curso de mi existencia.¿Qué hombre fue jamás tan afortunado como Lutero? Pese a ello. sino que cada libra decarne debida se arranca con toda su sangre. la conciencia dementalidad sana queda con un sentimiento irremediable de precariedad. asegúrame que vendrá sintardar! Estoy dispuesto a comerme este collar hoy para que el Juicio sea mañana”. el trueno rugirá y yoreposaré”. y puedo afirmar que durante todos estos 75 años no hedisfrutado de cuatro semanas de auténtico bienestar. En cuyo caso se produce la falsa seguridad de que se tratade la estructura natural de las cosas. Con qué énfasis nos destruye. con gran esfuerzo y voluntad. debe generalizar yclasificar su suerte con la de los demás. desearía que vivieseis cuarenta años más”. ¿qué será de loshombres menos afortunados?“No diré nada . Ningún fácil castigo. Las más sutiles . O bien sus ideales sobre el éxito sonmucho más elevados que los resultados obtenidos. sobre todo.Así. coger el aire que precisa para tañer.respondió él -. La princesa Electora. con todos lostestimonios de nuestra incapacidad profesional. como una cuerda de piano deja de sonar cuando la sordina la detiene. ¡fracaso.escribe Goethe en el año 1824 . delitos.Naturalmente.Cuando un optimista animoso como Goethe puede expresarse de esta forma.un día que Lutero cenaba con ella. o bien acaricia ideales secretos que el mundo noconoce. Es una campana resquebrajadaque apenas puede.consideraba su vida anterior como si hubiese sido un absoluto desastre. de los cuales sabe interiormente que carece. Mi vida ha sido un perpetuo rodar de la piedra quedebe volver a subir”. si es reflexivo. el más envidiado del mundo. Que venga. a intervalos. aunque fuesen como éstos! Pero cojamos al hombre más feliz. El murmullo de lavida se detiene con su toque.ninguna excusa sencilla o expiación formal satisfarán las demandas mundanas. antes que vivir cuarenta años más. le dijo: “Doctor.Incluso si imaginamos un hombre tan poseído de mentalidad sana que jamás hayaexperimentado personalmente ninguno de esos serios intervalos.menudo ostentan un poder de convicción impresionante. pues. y entonces ¡Adiós seguridad! ¿No es esa suerte una frágil ficción?¿Vuestra alegría no es muy semejante a la risa de un pícaro tras el éxito? ¡Si en realidad todo fuesenéxitos. Y con un collar de ágatas blancas en la mano añadió: “¡Oh Dios. y al hacerlo verá que su singularidad sólo es una oportunidadafortunada sin ninguna diferencia esencial. fracaso! son las palabras que el mundo nos reitera en cada momento. ynueve de cada diez veces su más íntima conciencia es de fracaso.“Estoy completamente cansado de la vida. ruego que el Señor venga sin dilación y se me llevede aquí.

Las cosas que siempre acaban siendo polvo y desencanto.. Si la vidafuese un bien. su negación sería el mal.. un proceso tan general y duradero es.escribe Robert LouisStevenson . ¿pueden constituir los bienesauténticos que añoran nuestras almas? Al final de todo aletea el gran espectro de la muerte universal. lanegrura que todo lo envuelve:“¿Qué provecho obtiene un hombre de cuanto trabajo realiza bajo el sol? He considerado lo quemis manos hicieron. Cualquier cosa que nos propongamos hacerno prometemos acabarla con éxito. llevadlo un poco más allá del umbral de la miseria y la buena calidad delos momentos de éxito. el amor una estafa. de hecho. salid al aire . pues serán muchos”.formas de sufrimiento que conoce elhombre están entreveradas con las más venenosas humillaciones. el único consuelo que la mentalidad sana puede aportar es decir:“¡Necedades y torpezas. unaparte integral de la vida. y agradable para losojos contemplar el sol. Haced un poco más grande lasensibilidad del ser humano.]. tampoco obtendrán yauna porción de nada cuanto se hace bajo el sol [. evidentemente. 6 Estando nuestra naturaleza tanenraizada en el fracaso.Son experiencias humanas primeras. la vida y su negación son tejidas al mismo tiempo.. el hálito del sepulcro la envuelve. inextricablemente.]. la salud y el placerdesaparecen. lo he contemplado. como muere uno muere el otro.Para una mente atenta a este estado de cosas y sensible al temblor que destruye la alegría queengendra tal contemplación. se deteriora y se vicia. cuando ocurren. la fama es un suspiro. 68 sólo a través de la experiencia personal de la humillación que engendra se llegue al sentido másprofundo del significado de la vida? 7 Pero éste es sólo el primer estadio de la enfermedad del mundo. Porque cuanto lesocurre a los hijos del hombre les ocurre a las bestias. un factor en el destino humano . su odio y su envidia. pero ambas son hechos de existencia igualmente esenciales. mas si un hombre vive muchos años y disfruta de ellos. Lariqueza tiene alas. forcémosle a recordarlos días de oscuridad. la luz es suave. el fracaso es el destino añadido”.que la ceguera misma no puede controvertir. todo era vanidad e ilusión del espíritu.En resumen. ¿es extraño que los teólogos lo hayan tomado como esencial y pensado que 6 Y añade con una mentalidad sana característica: “Nuestra tarea es continuar errando con buen humor”.. todos vienen delpolvo y al polvo vuelven [. Ciertamente. Los muertos no saben nada.toda felicidad natural parece corrompida por una contradicción. “Existe. Todos los bienes naturales perecen. la juventud. También han perecido su amor. y ya no reciben recompensa alguna porquesu recuerdo se ha olvidado.

amigo. un género de bien que no perezca. vivimos y estamos agusto. por un momento. ésa es la lucha eterna entre la juventud ardiente y lavejez cansada. Pero el mundo limita con nosotros in actua y no in posse. El orgullo de la vida y lagloria del mundo se marchitarán.aunque comience entusiásticamente. o “¡Anímate. La vejez tiene la última palabra. después de todo.libre!”. Necesitamos una vida que no presente una correlacióndirecta con la muerte. Que la optimista 7 El Dios de muchos hombres es poco menos que un tribunal de casación contra el juicio condenatorio de sus fracasosdictado por la opinión de este mundo. Esta tristeza anida en el corazónde todo esquema de filosofía simplemente positivista. nuestra capacidad de reconocerlos y arrepentirnos es el germen de un yo mejorcomo mínimo in posse. a partir de ahora estarás mejor siabandonas tu obsesión!” Pero con seriedad. una pequeña disminución del umbral del dolor descubrirá el gusano en el corazón denuestras usuales fuentes de gozo y nos hará metafísicos de la melancolía. es irrelevante para ese desconcierto. podemos enfermar. unbien que vuelve más allá de los Bienes de la Naturaleza. agnóstica o naturalista. “Mi problema es que creodemasiado en la felicidad y la bondad comunes . . El hecho de que podemos morir.me dijo un amigo que tenía una conciencia de esegénero . ¿esta cháchara balbuciente puede considerarse respuestaracional? Atribuir un valor religioso al simple ir tirando despreocupado que da la breve posibilidad deun bien natural no es sino la consagración real de la negligencia y la superficialidad. Un pequeño enfriamiento del instinto y excitabilidadinstintiva.y nada me puede consolar de su transitoriedad. una salud no propensa a la enfermedad. Y eso nos sucede a casi todos. nos desconcierta. En nuestra conciencia queda normalmente un residuo de valor que permanece cuandose han confesado nuestros pecados y errores.Todo depende de cuán sensible se muestre el alma a los desajustes. estoy horrorizado y desconcertado con estaposibilidad”. es seguro que acaba en tristeza. el hecho de que ahora. la manera de mirar la vida puramente naturalista. Nuestrosproblemas son realmente demasiado profundos para esta curación.

y apenas considera este germen escondidoque no se adivina desde fuera. Entonces nos dirigimos a Quien-todo-lo-sabe, que conoce nuestra maldad pero tambiénnuestra bondad, y que es justo. Nos proyectamos con nuestro arrepentimiento en su misericordia; sólo podemos serfinalmente juzgados por Quien-todo-lo-sabe. Por eso la necesidad de un Dios surge definidamente de este tipo deexperiencia sobre la vida. 69 mentalidad sana haga lo que pueda con su extraño poder de vivir el momento, ignorando y olvidando; apesar de todo el mal profundo existe para que pensemos en él, y la calavera continuará entre bromas elbanquete. En la vida práctica del individuo sabemos cómo su tristeza o alegría sobre cualquier hechoreal dependerá de los esquemas y esperanzas más remotos con los que esté relacionado; su significadoy su forma le suministran la parte más importante de su valor. Hacedle saber que no llevan a partealguna, y por más agradable que pueda ser de cerca, su fulgor y su belleza desaparecerán. El hombreviejo, enfermo de una insidiosa enfermedad interna, al principio puede quizá reír y vaciar de un trago elvio como siempre, pero cuando ya conoce su destino, porque los doctores se lo han revelado, no puedegozar de tales funciones. La compañía de la muerte y el gusano todo lo hacen insípido.La brillantez de la hora presente siempre es prestataria del fondo de posibilidades con las que valigada; dejemos que nuestras experiencias comunes se envuelvan en un orden moral eterno, dejemosque nuestro sufrimiento alcance un significado inmortal, dejemos que el cielo sonría sobre la tierra yque las deidades nos visiten, dejemos que la fe y la esperanza sean la atmósfera donde el hombrerespira y sus días transcurrirán con entusiasmo, interesados con perspectivas nuevas, se estremeceráncon esperanzas remotas. Situar, por el contrario, a su alrededor, el frío, la tristeza y la ausencia de todosignificado permanente como pretende el naturalismo puro y el evolucionismo popular de nuestrotiempo, y el entusiasmo se detendrá o más bien se convertirá en un temblor ansioso.Para el naturalismo, alimentado de especulaciones cosmológicas recientes, la humanidad está enuna posición semejante a la de un grupo de personas que habitan en un lago helado, rodeados demontañas por las que no pueden escapar, que saben que el lago se va fundiendo poco a poco y que seacerca el día inevitable en que la última capa de hielo desaparecerá, y su destino será ahogarseignominiosamente. Cuanto más alegre sea el patinaje, cuanto más caliente y brillante sea el sol del día,cuanto más rojizas sean las hogueras al anochecer, más intensa será la tristeza que les penetre ante lainminente situación final.En las obras literarias siempre se nos muestra a los antiguos griegos como modelos de la alegríamentalmente sana que la religión de la naturaleza debe engendrar; de hecho, era mucha la alegría entrelos griegos, el torrente de entusiasmo de Homero por la mayoría de las cosas

sobre las que brilla el soles constante. Pero incluso los pasajes reflexivos de Homero son tristes 8 y en el momento en que losgriegos, reflexivos de suyo, pensaban en los fines, se tornaban pesimistas absolutos. 9 Los celos de losdioses, el justo castigo que sigue a una felicidad excesiva, la muerte que todo lo envuelve, la oscuraopacidad del destino, la crueldad final e ininteligible, constituían el fondo inmóvil de su imaginación.La hermosa alegría de su politeísmo sólo es una moderna ficción poética; no conocían alegría algunatan preciosa como la que veremos de ahora en adelante en los brahmanes, budistas, cristianos,musulmanes, y personas de religión no naturalista, que obtienen de su diversos credos contenidos demisticismo y renuncia. 8 Por ejemplo: Iliada, XVII, p. 446: “Entonces nada hay tan miserable como el hombre que respira y se arrastra sobre estatierra”. 9 Por ejemplo: Theognis, pp. 425-428: “Lo mejor para cuanto existe sobre la tierra es no conocer ni contemplar el Sol. Lomás próximo a esto consiste en atravesar con tanta celeridad como sea posible las puertas del Hades”. Véase un pasaje casiidéntico en Edipo en Colona, 1225. La antología está plagada de manifestaciones pesimistas: “Llegué a la tierra desnudo ydesnudo partiré; así pues, ¿por qué me esfuerzo en vano cuando veo el desnudo final ante mí? ¿Cómo he llegado a ser? ¿Porqué razón he venido? Para morir. ¿Cómo puedo aprender algo si no sé nada? Nací no siendo nada, de nuevo seré lo que era:Nada; y nada es la raza de los mortales”. “La muerte nos acaricia y le estamos destinados”.La diferencia entre el pesimismo griego y la variedad oriental y moderna consiste en que los primeros nosdescubrieron que la forma patética puede idealizarse y figurar como una forma superior de sensibilidad. Su espíritu aún eraesencialmente demasiado masculino para elaborar el pesimismo o tratarlo ampliamente en su literatura clásica. Deberíanhaber menospreciado una vida totalmente establecida sobre una clave menor, y conminaría a permanecer dentro de loslímites correctos de la lamentación.El descubrimiento de que le énfasis,

considerando la marcha del mundo, puede descargarse en su dolor y fracaso,estaba reservado para razas más complejas y femeninas que la de los helenos en el período clásico; a pesar de todo, laactitud helena fue fundamentalmente pesimista. 70 La insensibilidad estoica y la resignación epicúrea constituyeron los más grandes avances queconsiguió el pensamiento griego en esa dirección. El epicúreo decía: “No intentéis ser felices, sinotended más bien a la infelicidad, la felicidad profunda siempre está ligada con el dolor; así pues,aferraos a tierra firme, no tentéis los éxtasis más profundos. Evitad el desencanto esperando poco, yteniendo aspiraciones bajas y, sobre todo, no os impacientéis obsesivamente”. El estoico decía: “Elúnico bien genuino que la vida puede proporcionar a un hombre consiste en la libre posición de sualma, los demás bienes son mentira”. Cada una de estas filosofías es, en su nivel propio, una filosofíade desengaño de los favores de la naturaleza. El abandonarse confiado a las alegrías que la vida ofrecelibremente falta completamente a epicúreos y estoicos, y lo que cada uno propone es un tipo de rescatedel alma de las cenizas que resultan. El epicúreo aún espera resultados de la moderación y confía ensofocar el deseo; el estoico no espera resultados y abandona el bien natural. En cada una de estas dosformas de resignación existe dignidad; representan estadios diferentes en el proceso de sobriedad que laintoxicación primitiva del hombre, con la alegría de los sentidos, debe seguir. En uno, la sangre calientese ha enfriado, en otros se ha enfriado del todo, y aunque hablé en pasado como si se tratara desituaciones históricas, seguramente las actitudes éticas y epicúrea serán siempre típicas y marcaráncierto estadio concreto, alcanzado en la evolución del alma dentro de un mundo enfermo. 10 Señalan elfinal de lo que llaman época de los nacidos una vez y representan los más altos vuelos de lo que lareligión renacida llamaría el hombre puramente natural. El epicureismo, que sólo podemos llamarreligión por cortesía, y el estoicismo, que exhibe su máxima voluntad moral, abandonan el mundocomo irreconciliable contradicción, y no buscan unidad superior alguna. Comparados con loscomplejos éxtasis que puedan gozar los cristianos regenerados sobrenaturalmente, o en los que sedeleitan los panteístas orientales, sus recetas de ecuanimidad son expedientes que, en su simplicidad,parecen casi rudimentarios.De cualquier modo, observad que no pretendo juzgar ninguna de estas actitudes. Sólo describosu variedad.El camino más seguro hacia los tipos extáticos de felicidad de los que hablan los renacidos onacidos dos veces por la fe, como realidad histórica, se ha trazado con un pesimismo

“Lo que debería anhelar principalmente la educación debería ser ahorrarnos una vida insatisfactoria. me serviré de documentos personales. de entusiasmo o de empuje.Sin embargo. haciendo su entrada en nuestra escena. La salud esuna condición a favor. se encuentran en la mitad denuestro camino. 71 Podemos distinguir muchos tipos de depresión patológica. 10 Por ejemplo. de satisfacción. que para él no tendrá ya nunca realidad alguna. a su pesar. quien está sojuzgado por la melancolía se veforzado. a ignorar el bien. que pueden servir como expresión contemporánea del epicureismo: “La palabra ‘felicidad’ seentiende cada ser humano de modo diferente. abatimiento. Sinembargo. el amor de las mujeres sonmecanismos de la naturaleza bien estructurados. el hombreinteligente se satisface con el término mucho más modesto. pero mucho más definido. falta de interés. para alcanzar esteextremo pesimismo se necesita algo más que observación de la vida y reflexión sobre la muerte: elindividuo ha de entregarse resueltamente a la melancolía patológica. Es un fantasma que sólo persiguen las mentes más débiles. el mismo día en que escribo esta carta. y si queremos tratar seriamente el tema de la psicología de la religión. Así como el entusiasmomentalmente sano consigue ignorar la existencia del mal. debemos olvidarde buen grado los convencionalismos y sumergirnos en la familiar y tranquila superficie oficial. de Heidelberg. El corazón. en primer lugar. pero en modo alguno indispensable para la satisfacción. A veces se trata de una simple tristeza yaburrimiento pasivos. ni siquiera cuando son víctimas de las másatroces crueldades de la fortuna externa. y todo sentimiento de su existencia a desaparecer del terreno mental. Vimos cómo el fulgor y el hechizo pueden borrarse de los bienes de la Naturaleza. el correo me trae algunos aforismos enviados por un amigo demucho mundo. el hombre inteligente siempre preferirá el trabajo escogido libremente por él”. Advertimos aquí la constitución nerviosa de la que tanto habléen la primera conferencia. una trampa que tiende al hombre medio para obligarle a trabajar. con todo.mayor del quehemos considerado. y destinada a representar un papelimportante en todo lo que seguirá. no se encuentra casi nunca en personas sanas.absolutamente privadas e individuales. Dado que tales experiencias de melancolía son. El profesorRibot ha propuesto el nombre de . Esta sensibilidady susceptibilidad al dolor mental se producen raramente cuando la constitución nerviosa es totalmentenormal. serán dolorosos deescuchar y es casi una indecencia presentarlos al público. existe un grado tan elevado de infelicidad que tales bienes pueden olvidarse porcompleto. desánimo.

si puedo inventar una palabra que hace pareja con analgesia . las mismas cosas que antes la hacían morir de risa. todas estas palabras carecían de sentido. de repente.“El estado de anhedonía . Ni los discursos ni las reflexionessobre el infierno me habían impresionado.todo bien. sufría en lamedida en que allí se sufre. su hogar.sino una completa ausencia de reacción emotiva. rayana en la desesperación. Ahora. cosa que hacía habitualmente. sólo se imagina para apartarse de él con disgusto.ya no podía concebir nada por el estilo. 11 Un mareo prolongado produce en la mayoría de las personas un estado temporal de anhedonía. podía jugar con lasmuñecas. en su recapitulación autobiográfica. No podría concebirla alegría. el joven Gratrycayó en un estado de agotamiento nervioso con síntomas que describe así:“Sufría un terror universal tal que me despertaba por la noche con sobresaltos. la luz. Sin duda aún habríapodido hablar de ello.como un teorema de Euclides”. noencontraba en ello placer alguno. el pensamiento de su casa. sufría durante todo el día y sintregua una desolación incurable e intolerable. ha sidomuy poco estudiado. ¡Me sentía rechazado porDios. condenado! Sentía algo semejante al sufrimiento del infierno. pero me había tornado incapaz de sentir o entender nada sobre ellas. el afecto.anhedonía para designar esta condición. no lo tenía jamás en cuenta. pero no le producía placer alguno. pensando que elPanteón caía sobre la Escuela Politécnica. o que el Sena inundaba lascatacumbas y París era engullido. Esquirol observó el caso de un magistrado muy inteligente que también era presa deuna enfermedad de hígado: en él toda emoción parecía muerta. tanto terreno como celestial. Aconsecuencia del aislamiento mental y el estudio excesivo en la escuela politécnica. el amor. pero tal vez lo más horroroso era que toda idea del cielo se apartaba de mí. su esposa y sus hijos ausentes leafectaba tan poco . jamás mi mente se preocupó en ese sentido. ahorano le interesaban. si iba al teatro. ni me parecía que valiese la pena ir allí porque lo sentía comoun vacío. Una niña padecía de una enfermedad del hígado que aceleró suconstitución durante cierto tiempo: Ya no sentía ningún afecto por sus padres. conectado con la evolución religiosa de un carácter singularmente dispuesto. el padre Gratry. no manifestaba perversión ni violencia. pero existe. Cuando estas impresiones pasaban. o que la escuela se incendiaba. o . Antes nunca habíapensado en el infierno. un elíseo mitológico. Un estadotemporal de este tipo. una residencia de sombras menos real que la tierra.dijo . estábien descrito por un filósofo católico. perdido.

así era mi moradapara la eternidad”. solucionar necesidades comunes. Psychologie des sentimentes. Londres. 131. Cuando recibas ésta yohabré partido para siempre. queridos padres. 119-121.. Bien.“Recuerdo . y el pensamiento volvió a lo que durante estos tres años lo había ocupado. Sé.]. Mepregunto por qué lo he aplazado tanto tiempo. amado mío.deesperar nada o de creer que existían.!“Más tarde se me aclararon las cosas y la luz no ha . ¿cómo la adquiriré?“Y de nuevo. labúsqueda de Dios. K. que no hay perdón para lo que haré [. Estoy cansada de vivir. pero pensaba que quizá mejoraría algo y podría arrancarme estospensamientos de la cabeza”. pero para mí la muerte lo es más” “. atendiendo ruidosmisteriosos. creer en Dios. de diecinueva años. Siempre he abrigado la esperanza de que algún día tendría la ocasión de satisfacerlo. Así pues. preguntaba una voz dentro de mí. amadísimo hermano. de. pp. versión resumida. sin el que no es posible vivir. nadie es culpable salvo uno de mis deseos que hace tres o cuatro años esperosatisfacer. p.un día al principio de la primavera. ya no percibía laexistencia de la felicidad o de la perfección.. Souvenirs d’une jeunesse. abjurar de mentiras y vanidades. 12 A.] la vida puede ser dulce para algunos. S.. pero prefiero lo que es más dulce que la vida.. 54. se envenenó y dejó dos cartas explicando el motivo. ¿Por qué busco más allá?. así pues. y ahora ha llegado [.dice . 12 11 RIBOT.. surgieron gozosas expectativas respecto a la vida. 2a. sersimple.. Aquélla era mi enorme e inconsolable pena. la muerte. busca a Dios. no habrá vida sin Él. Y a su hermano le escribe: “Adiós para siempre. adiós para siempre. Un cielo abstracto sobre una roca vacía. Los anales del suicidio proporcionanejemplos como el siguiente:“Una sirvienta doméstica. o con alguna pérdida del usual apetitito por la vida. ¡vive.. sin instrucción. tengo ganas demorir [. me preguntaba. A. 1880.. Suicide and Insanity. GRATRY. solo en el bosque. Algunas personas se ven afectadas deanhedonía de forma permanente. Él. STAHM. 89 las necesidades materiales. p. Escuchaba.. Élestá aquí. con este pensamiento.. 1984. la facilidad consiste en eso.]. Dios es lo que esla vida. Todo enmí despertó y recibió un significado. Pero la idea de Él. Conocer a Dios y vivir es la misma cosa.Escribe a sus padres: “La vida puede ser dulce para algunos..

sí acaso pudiésemos. la mayoría podemos sentir que. codiciable. las complicaciones y crueldades de nuestraeducada civilización resultaban del todo insatisfactorias y para quien las verdades eternas estaban en lascosas más naturales e instintivas. Pese a que pocos denosotros podemos imitar a Tolstoi. 11 Yo interpreto su melancolía no como un simple trastorno accidental del organismo. limpiar de falsedades los caminos que conducían hacia la verdad. Tolstoi era también uno de esos hombres seriospara quienes lo superfluo. aunquetambién lo era.como mínimo. o bien “el encanto de estas palabras era tan importante para mí. y puso silencio en micorazón a todos aquellos pensamientos tumultuoso que antes. Pero de manera taninsensible y gradual como la fuerza de la vida había sido anulada en mí. de manera gradual e imperceptible. como perros infernales sin amo. sintiéndose auténtico yfeliz. o bien “ha sido un buen día paramí. la energía de la vida volvió. queestaba a punto de desmayarme en la silla. ahora confortado y después preocupado. Cuando tropezaba con unbuen texto .así también. constituía la fuerza de mi fe juvenil. cuyas superficialidades nos impidencomprender”. descubrir su entorno yvocación genuinos. más positivo sería para nosotros.escribe -: “Esto me estimulaba durante dos o tres horas”. la creenciaen que la única finalidad de mi vida era ser mejor. sino una parodia de la vida. la provocó el choque entre su carácter interno y sus actividades yaspiraciones externas.“Similares períodos se acumulan hasta que puede escribir: “Y ahora sólo quedaba la partemolesta de la tempestad. Y lo másextraño todavía. ya que el . insincero.acostumbraban a ladrar y hacer un ruido espantoso dentro de mí. También: “Se apoderaba de forma extraña de mi espíritu. llevaba luz. espero no olvidarlo nunca”.desaparecido nunca por entero. Abandoné la vida del mudo convencionalreconociendo que no era vida. pero no de dolor y preocupación.ahora en paz y antes tan lleno de culpabilidad que era difícil de soportar”.La recuperación de Bunyan parece haber sido todavía más lenta. No puedo decir exactamente cuándo se produjo el cambio. esta energía recuperada no era nueva. Me habíasalvado del suicidio. sino de firme alegría ypaz”. Durante muchos años lepersiguieron textos de las Escrituras alternativamente optimistas y pesimistas. A pesar de que era un escritor. Y a partir de entonces Tolstoi adoptó la vida de los campesinos. quizá porqué no tengamos bastante médula humana en los huesos. Fue un caso depersonalidad heterogénea que encontró su unidad y equilibrio tardía y lentamente. Lógicamente. en fin. y había rozado el umbral de lamuerte moral . Me mostró que Jesucristo no habíaabandonado ni desamparado mi alma”. peor a la postre acabópor convencerse de su salvación a través de la sangre de Cristo:“Mi paz aparecía y desaparecía veinte veces al día. Su crisis sobrevino al poner en orden su alma.

mi esposa. y a pesar de su constitución neurótica y de los doceaños que pasó en prisión por inconformista. una excitación. incluso en presencia de las percepciones desagradables que un poco antes habían hecho que lavida pareciera insoportable. mis hijos. y la tierra por mi persona. y la alegoría inmortal que escribió vino a recordar el espíritu de la pacienciareligiosa a los corazones ingleses. la tristeza persistía como un ingrediente menoren el cuerpo de la fe por la cual fue superada. también han desaparecido las tentaciones. sus últimostrabajos lo muestran implacable con todo el sistema de valores oficiales: la ignominia de la vidaelegante. 12 “En primer lugar debo pronunciar una sentencia de muerte . y todas las restantes instituciones criminales y engañosas deeste mundo.Pero ni Bunyan ni Tolstoi podían transformarse en lo que se denomina individuos de unamentalidad sana.. como .. Era un pacificador y uninstrumento del bien. Cada uno de ellos dio cuenta de un bien querompió la extremidad efectiva de su tristeza. La percepción del mal apenas quedó alterada en su ámbito. ya quees exactamente eso. lavileza y crueldad que van unidas al éxito. desde ahora aquellas horriblesEscrituras de Dios han dejado de ensordecerme. mi Virtud y Vida. y encontrásemos alguna cosa que surgiese del interior de su conciencia y por la que esatristeza interna se pudiese superar. pudiésemosencontrar. estoy liberado dehierros y aflicciones. misalud. Ahora Cristo. el cuerpo.trueno se había alejado de mí..y su redención se efectuó en un universo de doble fondo. El hecho que nos interesa es que. y finalmente: “Ahora las cadenas han caído. la infamia del imperio la falsedad de la Iglesia. por el amor y la gracia de 11 En la traducción he resumido considerablemente las palabras de Tolstoi. habían bebido demasiado en la copa de la amargura para olvidarse nunca de su sabor. apenas podía continuar en la cama por la alegría y lapaz.sobre todo lo que puede serpropiamente denominado cosa de esta vida. Cristo fue unCristo inapreciable para mi alma aquella noche. Su experiencia le había enseñado que ser indulgente con todo eso era aceptar el mal.Bunyan también dejó este mundo al enemigo. Tolstoi hace bien en decir aquello que hace vivir al hombre.dice . 90 Dios. su vida se volvió útil y activa. y el triunfo a través de Cristo”. con todo. la presunción vana de las profesiones. hasta considerarme yo mismo. un estímulo..Bunyan se hizo ministro del Evangelio. en efecto. una fe. mi Cabeza. así pues. y apenas persistían algunas gotas quecaían encima de mí de vez en cuando”. y vuelvo a casa alegre. mis alegrías. una fuerza que reinfunde el deseo positivo devivir.

Esto es lo que significa. repentino o gradual. pero parece que el torrente de la liberación mística nuncainundó la pobre alma de John Bunyan. 91 Conferencia IX. tú eres mi madre y mi hermana. desnudez y mil calamidades. y algusano. ¡cuántas pensás sufrirás en este mundo! Te pegarán. y yo no podré soportar que el viento sople contra ti. dejadme avivar la comprensión de lasimple definición con un ejemplo concreto. yacer en la oscuridad y decir a la corrupción: tú eres mi padre. en cuanto a estemundo considerar la tumba mi casa. se torna unificado y conscientemente feliz.“Creer en Dios a través de Cristo.pasar hambre.¡Pobre niño!. En la conferencia próxima os invitaré a estudiar suspeculiaridades y paralelismos con detalle. . como si las posibilidades del carácter apareciesen dispuestas enuna serie de capas o caparazones. he omitido algunos fragmentos intermedios del texto. especialmente de mi pobre hijo ciego.Antes de comenzar un estudio más minucioso del proceso. debéis arriesgaros con Dios. aunque me estremece abandonaros”. a través de la fe.Bradley.La conversión Convertirse. frío. pensaba. adquirir seguridad. con forma humana. tendrás que pordiosear.muertos para mí y yo muerto para ellos. 12 En las citas de Bunyan.Sin embargo.. Apuntan aquí indicios de resolución. inferior o infeliz.Estos ejemplos pueden ser suficientes para informaros de manera general del fenómenotécnicamente llamado “Conversión”. de las que no tenemos conocimiento premonitorio. como consecuencia de sostenerse en realidades religiosas. creamos o no que se precisa una actividad divina directapara provocar este cambio moral. conversión. que atesoraba junto a mi corazón. regenerarse. 1 He escogido este caso porque muestra cómo en esas alteraciones internas se puede encontraruna profundidad inesperada bajo otra. por lo que atañe al mundo que ha de venir. por el cual no yo dividido hasta aquelmomento. recibir la gracia. Stephen H. conscientemente equivocado. Elijo el caso curioso de u hombre ignorante. cuya experiencia se relata en un curioso folleto americano.. todaséstas son frases que denotan el proceso.superior y correcto. por un instante en lahabitación.Bradley creía que se había convertido a la edad de catorce años:“Pensaba que había visto al Salvador.al menos en términos generales. Tener que separarme de mi esposa y de mis hijos era comoseparar la carne delos huesos. experimentar la religión.

Parecía que estuviera ocurriendo y las facultades de mi mente estaban tan despiertas que tembléinvoluntariamente en el banco donde me sentaba. de corazón podíaperdonar a mis peores enemigos y me sentía dispuesto a soportar las burlas y mofas de cualquiera ysufrir cualquier cosa por Su amor. cinco minutos más tarde. * Sentí el deseo ardiente de que todala humanidad estuviese en mi estado. pero ahora ansiaba el bienestar de toda la humanidad. Les pedía que rezasen por mí. Me retiré pronto y continuabaindiferente ante las cosas de la religión hasta que. un señor se volvió y me dijo: “Esto es predicar”. yaunque él parece que sí. Antesera muy egoísta e hipócrita.con los brazos extendidos como si me dijese: “¡Ven!” Al día siguiente me congratulaba ytemblaba a la vez. Si alguien me hubiera dicho que podía ser testigo del poder del Espíritu Santo de la manera enque lo hice no lo habría creído y habría supuesto que me engañaba. este mundono entraba en mis afecciones y cada día me parecía día del Señor. cogí el texto de la Revelación: “Y vi a los muertos. ya era hora de que la tuviese yesperaba que sus plegarias me beneficiaran.cuando nos reuníamos venían apreguntarme si yo tenía fue y normalmente la respuesta era: espero que sí. Él representaba los terrores de aquel día de tal manera que parecía que hubiera de fundir elcorazón de una piedra.dice . “Muchos de los jóvenes conversos . Cuando acabó el sermón. Eso no les satisfacíademasiado.Pensé lo mismo pero mis sentimientos todavía parecían inconmovibles y no gozaban aún de la fe. porco después mi felicidad era tan grande que afirmé que quería morir. afirmaban que ellos sabían que la tenían. pensando que sitodavía no tenía fe. después de tanto tiempo llamándome cristiano. pequeños y grandes. y comencé a reflexionar qué me hacía sentir tan estúpido. Después de la reunión me fui a casadirectamente. en pie delantede Dios”.“Un domingo fui a oír a un predicador metodista a la Academia. aunque no sentía nada en el corazón. deseaba que todos amaran de una forma suprema a Dios. si fuese el medio para convertir un alma”. Hablaba de la anunciación deldía del juicio final y lo subrayaba de manera tan solemne y terrible como nunca había escuchado. Bradley oyó hablar de que un renacimiento religioso habíacomenzado en su barrio. el Espíritu Santo comenzó aactuar de la manera siguiente: 1 . A la tardesiguiente volví. el 1829.Al cabo de nueve años.“A continuación explicaré la experiencia del poder del Espíritu Santo que ocurrió la mismanoche.

que volviera a dormirse. pensaba en mi interior:“Mi alma. Intenté parar. Madison. durante cinco minutos o más. Bradley.Esquema de la vida de Stephen H. me forzó agritar como una persona angustiada a la que no era fácil parar. sentimiento de indignidad que no había sentido nunca. Tomé posesión completa de mi alma y estoy seguro de haberdeseado que el Señor no me diese mayor felicidad. con gran sorpresa. lo que me hizo pensarque enfermaría. ya continuación. . ¿cómo podéis interesaros tanto por nuestro bienestar sinosotros nos interesamos tan poco?” Después me dormí con dificultad. Todo el tiempo que mi corazón latió. ya que parecía no poder contener la que poseía. permanecería en un lugar como éste”. y tan iluminado como sisujetase una vela. pensé queprobablemente había ángeles rondando mi cama. Me dieron ganas de hablar con ellos y al finalexclamé: “¡Oh. así de repente. no merezco esta felicidad”.“Después de que el corazón se calmase.Parecía que el corazón me fuese a explotar. Comencé a sentir una alegríadesbordante y humilde a la paz. incluso la notable experiencia del poder del Espíritu Santo la segunda tarde de noviembre de 1829. no deseaba dormirme por miedo a perder aquellafelicidad. mi corazón comenzó a latir muy de prisa. mihermano. aunque no sentía dolor alguno. A continuación me vestí y. anhelante. Connecticut. y al sentir algo en el corazón supliqué de nuevo y seme dio con la rapidez del pensamiento. pareciendo ser la causade mi felicidad y del latir de mi corazón. 1830. Los latidos del corazón aumentaron y pronto mepersuadí de que era el Espíritu Santo por el efecto que me producía. ángeles bondadosos!. No pude evitarhablar en voz alta y decir: “Señor. vosotros. ¿qué podría significar?. que dormía en otra habitación. y sintiendo mi alma llena del Espíritu Santo. el capítulo octavo de los Romanos. leí: “El Espíritucomparte nuestra flaqueza con suspiros inefables”. desde los cinco años hasta los veinticuatro. como respuesta. pero continuó latiendo hasta que sentí que estabacompletamente lleno del amor y la gracia de Dios. abrió la puerta y me preguntó si me encontraba mal. mi memoria volvióse completamente clara y me pareció que tenía elNuevo Testamento abierto ante mí. mientras una corriente(que dada la sensación de parecerse al aire) me llenaba la boca y el corazón de manera más perceptibleque cualquier bebida y que continuó. y me alarmé porque no me dolía. en mi cabeza se debatía un solo pensamiento. El primer pensamiento de lamañana fue: “¿Qué se ha hecho de mi felicidad?”. * En el original se lee Sahbat. vino. o algo parecido.“Mientras sucedió esto. Ledije que no. 92“Al principio. según creo. para que pudiese leer los versículos 26 y 27 del capítulo citado.

al menos al mío. hacer algún bien a cualquier hombre que lo lea. cada versículo parecía hablar yconfirmar que era la Palabra de Dios. y ahora desafió a todos los deístas yateos del mundo a zarandear mi fe en Cristo”. Bajé sintiéndome tan solemne como si hubiese perdido todos los amigos ypensando que no lo daría a conocer a mis padres hasta que hubiese comprobado el Testamento. y me pareció que no entendían cuando les hablaba. todas las ideasrelacionadas con otros grupos han de quedar excluidas del terreno mental. si el objetivo y la excitación son de tipo diferente. Cada “objetivo” despierta un cierto tipo específico de interés y reúne un grupode ideas subordinadas y asociadas a él. por un momento. examinaremos los elementos constitutivos del proceso deconversión. mi alma estaba tan por encima de lostemores de la muerte como yo del sueño. que noera mi voz. por labendición de Dios. y nunca más se interesara por la política sería. ya que así me sonaba a mí. salí a hablar con mis vecinos sobre religión . si Dios quería. relativamenteindependientes entre sí. Cuando el presidente deEstados Unidos. Ahora. Después del desayuno. liberarme demi cuerpo y habitar con Cristo. Entonces se lo conté a mis padres. los propósitos y los objetivos forman grupos y sistemas internos. aunque nunca lo había hecho enpúblico.cosa que antes nohubiese hecho ni a sueldo .desde intereses y propósitos . 93Si abrimos el capítulo sobre asociación de cualquier tratado de psicología.“Ahora me siento como si hubiese cumplido con mi deber de decir la verdad y espero. sino que pensaba estar iluminado comolos Apóstoles el día de Pentecostés (con la excepción de no poseer el poder de darlo a otros y hacer loque hicieron). sus grupos deideas tendrán poco en común. no sabemos nada del efecto de todo ello en suvida posterior. cambiasu sistema de ideas de arriba a bajo. Parecía que hubiese algo del cielo en la tierra. los hábitos oficiales son sustituidos por los hábitos de un hijo de la naturaleza y aquellos quesólo conocen al hombre como al firme magistrado o “lo tomarían por la misma persona” si le viesen deexcursión.Todo esto sobre mister Bradley y su conversión. leeremos que lasideas del hombre.y si me lo solicitaban rezaba con ellos. pero también deseaba vivir para hacer el bien y pedir a los pecadoresque se arrepintieran. como un pájaro enjaulado deseé. Las preocupaciones presidenciales quedan completamente en elfondo. con una escopeta y una caña de pescar acampa en un desierto para descansar. Cuando hay un grupo presente y aumenta el interés. y que mis sentimientos correspondían al significado de laPalabra. Medirigí al anaquel y miré el capítulo ocho de la Epístola a los Romanos. Mi discurso parecía dirigido por el Espíritu que habitaba en mí.no quiero decir que las palabras no fuesen mías ya que lo eran.descubrí que casino me tenía en pie. Si nunca volviera a su ocupación oficial. Él ha cumplido la promesa deenviar el Espíritu Santo a nuestros corazones.

como una transformación. Alhablar de esta parte.tendremos que hablar del fenómeno. “no yo”.“entonces”. Ahora estoy aquí. que mipadre leía en un diario de Boston aquel fragmento del testamento de lord Gifford en el que crea estascuatro plazas de profesor. aunque en cada campo se encuentra un centro deperspectiva que depende de los intereses momentáneos o de las tendencias permanentes del sujeto. cuando era joven. de partes de la conciencia máscentrales a las más periféricas. usamos “aquí”. de los cualesuno tiene prácticamente el camino libre a instiga a la actividad. y probablemente concebirlo. en aquel tiempo no pensaba ser profesor de filosofía. y al resto les damos la posición de “allá”. mientras pasan de un objetivo a otro no se denominan transformaciones. puede ser el del presidenteen el esplendor de su carrera preguntándose si todo es vanidad y si la vida del leñador no es el destinomás saludable. yaque aunque el lenguaje ontológico es característico de estas materias. Recuerdo. Mientras la vida continúa se da un cambio constante en nuestros intereses. Nuestras alteracionesordinarias de carácter. “aquello”. Otro. mientras los otros sólo son buenasintenciones.Cuando digo “alma” no debéis tomarlo en sentido ontológico a menos que lo prefiráis así.prácticos. por ejemplo.y en consecuencia. una tarde. o “yo”. y lo que sentí quedabatan lejos de mi vida como si estuviese relacionado con Marte. involuntariamente utilizamos señaladotes lingüísticos para distinguirla de lasdemás. porquecada una de ella es rápidamente seguida por la otra en dirección contraria. Unade las más incompletas es la coexistencia simultánea de dos o más grupos de objetivos. y viceversa.Estas alteraciones constituyen las formas más completas en las que el yo se puede dividir. con el sistema Giffordcomo parte y parcela de mí mismo. un ser que ha sufrido una transformación. “eso”. Las aspiraciones de san Agustín por alcanzar unavida más pura (en la conferencia anterior) pueden servir de ejemplo. “otro”. pero como nunca un objetivoes tan estable como para expulsar definitivamente a sus anteriores rivales de la vida del individuo. y prácticamente nunca llegan a nada. “mío”. “ahora”. un cambio de lugar en nuestros sistemas de ideas. Pero un “aquí” puede . “suyo”. por el momento. Estas aspiraciones pasajeras son simples veleidades caprichosas. dedicadas aidentificarme con él. así se sitúa en lo que antes era prácticamente un objeto irreal y desde allí habla como desde su propio entorno y centro. Mi alma. para ellos el alma essólo una sucesión de campos de conciencia. pero el centro de sus energías está ocupado por unsistema totalmente diferente. budistas o humanos puedendescribir perfectamente los hechos en los términos fenoménicos que prefieran. existen en los rinconesmás remotos de la mente y el yo real del hombre. y con todas mis energías.

la psicología habrá de responder que aunque pueda dar unadescripción general de lo que sucede. lo llamaríamos conversión. si el cambio fuese religioso. pero un día el significado real delpensamiento resuena en nosotros por vez primera. un “allá”pasar a ser “aquí” y lo que era “mío” y “no mío” intercambiarse. particularmente si se produce una crisis súbita. en un momento dado. antes periféricas en su conciencia.Tenemos un pensamiento. centrales. no puede explicar con precisión todas las fuerzas individualesque intervienen. y también se establece una grandiferencia con respecto a cualquier grupo de ideas que posea. si pedís a la psicología que explique cómo se desplaza la excitación en el sistema central de un hombre y por qué los objetivos periféricos sevuelven. bien entendido. en tanto que éstas sean centrales operiféricas. Ni un observador externo. Decir de un hombre que se ha “convertido” significa. Ahora bien.Provoca estos cambios la alteración de la excitación emocional: lo que ayer parecía cálido yvital.A partir de ahora hablaremos del lugar cálido en la conciencia de un hombre. o hacemos alguna cosa repetidamente. o por qué con frecuencia se ha de esperar el momento propicio para hacerlo. o el foco de excitación ycalor.De momento. 94 Puede haber una gran oscilación en el interés emocional y las cosas cálidas pueden cambiar antenosotros casi tan rápidamente como las chispas que recorren el papel ardiendo. el punto de vista desde el que se toma el objetivo. en estos términos. mañana es frío. no tiene importancia. Es como si mirásemos el resto desde las partes cálidas del campo y de aquí surgiese el deseo personal y la volición. la cuestión sobre si este lenguaje es rigurosamente exacto. entonces.será bastante exacto si reconocéis por propia experiencia los hechos que intento designar con él. del grupo de ideasque denominaremos el centro habitual de energía personal. ocupan ahora un lugar central y que los objetivosreligiosos constituyen el centro habitual de su energía. mientras que las partes frías nos dejan indiferentes y pasivos proporcionalmente a sufrialdad. que las ideasreligiosas.volverse un “allá”. ni el sujeto que experimenta el proceso pueden explicartotalmente cómo las experiencias particulares pueden cambiar el centro de energía de un hombre demanera tan decisiva. Si es así poseemos eseyo dividido e indeciso del que hemos hablado en la conferencia anterior. constituyen los centros de nuestra energíadinámica. puede pasar a formar parte permanente de unsistema determinado. Para un hombre existe una gran diferenciaentre que sea un grupo de ideas u otro el centro de su energía. .

Todo l oque sabemos es que hay sentimientos muertos. al igual que un edificio.Al final volvemos al simbolismo trivial de un equilibrio mecánico. la nueva información. harán que toda laestructura se derrumbe al mismo tiempo. tales influencias pueden actuar subconscientemente o medioinconscientemente.Las asociaciones de ideas y los hábitos son. y las tendencias se modifican a medida que el organismo envejece. parecen estar mejorajustadas quedando la nueva estructura permanente.o el acto se convierte de golpe en una imposibilidadmoral. y poco a poco había llegado lejos de su feprimigenia. en la nueva estructura. demasiado escrupulosa. Pero esta melancólica revolución no había ocurrido a la luz del día de mi conciencia. y puedemantenerse en pie por un hábito rutinario o de inercia. Cuando algo comienza a caldearse y animar en nosotros. Además. podemos decir que el valor y la vivacidad sólo son “la eficaciamotora” largamente diferida y que ahora es activa. en la inocencia de mi intención debía haberme horrorizado . sin embargo. Un sistema mentalpuede ser socavado o debilitado por esta alteración intrínseca. Pero una percepción nueva. pero en definitiva. ideas muertas y heladas creencias y quelas hay otras cálidas y vivas. factores de retardamiento de estoscambios de equilibrio. de la idea. cada una con la excitación emotiva y con las tendencias impulsiva e inhibitiva que se verifican yrefuerzan mutuamente. 2 Cuando encontramos un individuo de vida subconsciente muy desarrollada y que 2 Jouffroy es un ejemplo: “Mi inteligencia habíase arrojado por esta pendiente. por una elaboración involuntaria de la que yo era cómplice. ya que las ideas nuevas que llegan al centro. por lo general. Una mente es un sistema deideas. se tratará sólo de uncircunloquio ya que ¿de dónde procede súbitamente la eficacia motora? Entonces nuestrasexplicaciones resultan tan vagas y generales que todavía nos damos cuenta mejor de la intensasingularidad del fenómeno. un choqueemocional súbito o una ocasión que ponga al descubierto la modificación orgánica. de manera que estaba lejos de reconocer el progresorealizado. en cuyo caso el centro de gravedad se sitúa en una actitud másestable.demasiadas guías y afecciones sagradas me habían hecho miedoso. juega un papel aceleradoren los cambios y la lenta mutación de nuestros instintos y propensiones ejerce gran influencia bajo “elinimaginable toque del tiempo. El conjunto de ideas se altera por la sustracción ola adición durante laexperiencia. y a pesar de querealmente había dejado hacía tiempo de ser cristiano. adquirida de la manera que sea. todo ha decristalizar de nuevo a su alrededor. Se había desarrollado en silencio.

se reducen a una sola: la conversión es. en todas sus manifestaciones. a medida que las facultades se ajustan a la perspectiva más amplia. los síntomas son los mismos: sensación de incompletud e imperfección.“La teología . normalmente se encuentra entre los catorce y los diecisieteaños. tensoy cambiante de la adolescencia normal .podemos encontrar la experiencia mística. con su pequeño universo.. 3 la esperanza. la analogía escompleta y las conclusiones de Starbuck de que estas ordinarias conversiones juveniles habrían decoincidir. Las ocasiones emocionales. los remordimientos o la cólera son bienconocidas de todos.dice el profesor Starbuck . el miedo. observa que lo esencial en el crecimiento adolescente . la culpabilidad. De hecho. a la vida más intelectual y espiritual dela madurez. angustia por las dudas. que se da entre el joven educado en círculos evangélicos. En eldespertar religioso espontáneo aparte de los ejemplos de renacimiento en el tiempo tormentoso. particularmente las violentas. son extremadamenteeficaces para precipitar reestructuraciones mentales. La edad es la misma. en su último trabajo sobre la psicología de la religión (Psychology of Religion) mostró mediante una encuesta el paralelismo.incidental con el paso de la infancia. la resolución. de California. y otros porel estilo. preocupación por el otro mundo. pueden ser igualmente explosivas. la felicidad. los celos. que sorprende a losindividuos con su vehemencia al igual que en la conversión de renacimiento.. tanto para el individuo mismo como para el observador puede parecer unfactor sorprendente. Seguidamente hay un relato de la contravención de Jouffroy (véase Conferencia VIII). tenemos un caso del que nunca podremos dar uninforme completo. Y las emociones que se presentan de esta forma tanexplosiva pocas veces dejan las cosas como estaban. 95 habitualmente madura los argumentos en silencio.asimila las tendencias de la adolescencia y construyesobre ellas. mientras aumentala confianza en uno mismo.El profesor Starbuck.elsospecharlo y pensado que era una calumnia el haber sido acusado de tal desliz”. yaquella tendencia hacia una vida espiritual más amplia que es una fase de la adolescencia en toda clasede seres humanos. un fenómeno adolescente normal. Las formas explosivas y repentinas con las que nossorprenden el amor. El resultado es idéntico. en esencia. y esto. un desahogo feliz y cierto sentido de la objetividad. emociones características de laconversión. introspecciónmorbos ay sentimiento de pecado.que hay entre la “conversión” ordinaria. depresión.

En consecuencia. una quinta parte que los de trastorno y tensión adolescentes. Nunca he hecho un acto de sumisión en mi vida. y conduce a la persona a una crisis definitiva”. la pérdida del sueño. acorta el período de duración de los trastornos y su tensión”. el período en cuestión. para la cólera.es sacar a la persona de la infancia eintroducirla en la nueva vida de madurez e intimidad personal. de personasmás bien corrientes que se ajustan a un tipo caracterizado por la instrucción. véase el capítulo anterior (el caso de J. Las secuelas corporales. soy un gato salvaje de apariencia humana”. 5 Nadie entiende esto mejor que Jonathan Edwards. 4 E. al acostarme. Las narraciones de conversión del tipo más conocido han de tomarsesiempre con las concesiones . The Psychology of Religion.La forma particular que adoptan es el resultado de la sugestión y la imitación. 224-262. Leer después del primerparlamento de Cordelia.por ejemplo. pp. me agarró una rigidezcomo la que explica Swedenborg que le aconteció con el sentimiento de felicidad. la nota 20 de laconferencia VII. Aquí tenéis un caso patológicoen el cual la culpabilidad fue el sentimiento que explotó súbitamente: “Una noche. aunque lo acorte. para el remordimiento recúrrase a Otelo después del asesinato. 4 Las conversiones a las que el doctor Strabuck hace referencia son. para el miedo. según las estadísticas delinvestigador. principalmente. 5 y si pasaran las crisis 3 Casi no necesitamos ejemplos. STARBRUCK. son mucho más frecuentes en ellos. pero en mi caso fue un sentimiento de culpabilidad. del apetito. concentra los mediosque intensifican las tendencias normales. Estuve toda la noche bajo la influencia de la rigidez y desde el comienzo noté que estaba bajo la maldición deDios. D. La diferencia esencial es que la conversiónintensivida. pero para el amor véase la nota 9 de la conferencia VIII. la disciplina y el ejemplo.Los fenómenos de conversión del tipo “convicción de pecado” duran. de los que también poseeestadísticas. Foster). los pecados contra Dios y el hombre comienzan allí donde alcanzami memoria. pero son mucho más intensos. para la resolución.

su experiencia es un auténticocaos. al principio. ser absurdos. El ámbito de la seguridad específica en los dogmas religiososes entonces una experiencia afectiva.que sugieren: “Una norma recibida por opinión unánime tiene. que reduce los deseos opuestos en una sola dirección. esperanzade unión con todas las cosas.que encierra al hombre en un yo estrechamentelimitado se quiebra y el individuo se encuentra por entero de acuerdo con toda la creación. Muy frecuentemente. toman un carácter de certeza. «El sentimiento de alienación – escribe . se convierten en un objeto de fe. aunque frecuentemente es eficaz y premonitoria. Cuanto mássorprendente resulta la experiencia afectiva. él y Dios son uno. de manera más amplia y noble.asumen una nueva realidad. en muchas personas. por evitar ambigüedades. parece un grave error imaginar que el valor práctico másimportante del estado de fe es su poder para estampar el sello de realidad a determinadas concepcionesteológicas particulares. a la seguridad de que todo en uno mismo está bien. Es a esta gozosaconvicción en sí. un crecimiento quese expresa en nuestros estados afectivos y nuevas reacciones. a pesar de todo. 14 Por el contrario. a la que daría el nombre de fe par excellence. más inexplicable parece y más fácilmente puede hacerseportadora de nociones insustanciales. él y el hombre. Ya que el ámbito de esta seguridad no esracional la argumentación resulta irrelevante. su valor se sitúa en el hecho de que es el correlato psíquicode un crecimiento biológico. con el advenimiento del estado de fe. éstos 117 obra de Cristo. Diversas creencias dogmáticas. Este estado de confianza. pienso que debellamarse el estado de certeza y no estado de fe. se pueden . pero más adelante seleccionan las partes que tienen mayor parecido a los pasos particulares en los que se insiste. es en realidad accesoria e inesencial. yque la «gozosa convicción» también puede llegar por canales muy diferentes. una graninfluencia sobre el proceso de su propia experiencia. lacorriente afectiva los hará prosperar y les investirá de una certeza inquebrantable. Sé perfectamente cómo actúan por lo que hace a esta cuestión. Los objetos de fe pueden. Pero por el hecho de que esta convicción constituye unsimple esqueje casual del estado de fe.» 15 Las características de la experiencia afectiva que. Vive en lavida universal. es el estado de fe. porquehe tenido muchas oportunidades de observar su conducta. enactividades más parecidas a las de Cristo. que persigue la consecución de la unidad moral. él y la naturaleza.

y se podrían dar muchos otros en los que la seguridad de la salvación personal sólo es unresultado tardío.y con frecuencia más sutiles normalmente.recordaréis el caso del graduado deOxford . la certeza de la «gracia». Ya que no esaccesible el original.La característica central es la pérdida de toda preocupación. no sólo por loa nuestros sino porlos de todos los hombres. de aquiescencia. el Sustituto ha pagado la deuda. es el centro luminosode este estado de ánimo.como dice el profesor Leuba . sin fecha). versión resumida. Entonces. En su conversión apenas cupo la teología. como la irrealidad espantosa y la alienación en la apariencia . VII. el Espíritu Santo proyectó la luz en mi mente y me dio la gozosa convicción de que no debía hacer nada más quearrodillarme. ¿qué nos queda por hacer?" En otromomento. Pero estos fenómenos marcadamenteintelectuales pueden posponerse hasta que hablemos del misticismo. se ha satisfechocompletamente. el deseo de ser. Cristo ha muerto por nuestros pecados. «Una apariencia de novedad embellece todos los objetos». a pesar de que las condiciones exteriores sean lasmismas. Los misterios de lavida se hacen claros . la armonía. 15 «American Journal of Psychology». vuelvo a traducir al inglés de la traducción francesa de Chelland (Ginebra. la sensación de que todo esta bienen uno mismo. 345-347. de admiración. 14 El caso de Tolstoi sería un buen comentario a estas palabras. que la paz afectiva sea la misma . 118 Una tercera peculiaridad del estado de certeza es el cambio de objetivo que parece sufrirfrecuentemente el mundo. a menos que se haya experimentado. PP. la paz. “¿qué es lo que está consumado?" Y respondió ella misma: "Una expiación perfecta del pecado.La segunda característica es la sensación de percibir verdades desconocidas. lasolución casi siempre imposible de traducir a palabras. su estado de feconstituyó el retorno del sentimiento de que la vida tenía un valor infinito en su significado moral. la «justicia». sin embargo. exactamente alcontrario que otros tipos de novedad. la «salvación» de Dios es una creencia objetiva quenormalmente suele acompañar el cambio en los cristianos. aunque resulte difícildarse cuenta de su intensidad. ti la deuda ha sido saldada. pero puede ocurrir que eso nos faltecompletamente y.enumerar fácilmente. aceptar al Salvador y su amor y alabar a Dios para siempre. Una pasión de buena voluntad. si la obra está acabad».' Autobiography of Hudson Taylor.

Tomo los dos que siguen dela colección de manuscritos de Starbuck.. Antes me asustaba irremediablemente con los truenos y el terror me atacaba cadavez que se acercaba una tempestad. otro estado de existencia donde los objetosnaturales aparecían glorificados. en las estrellas. mi visión espiritual mostraba tal claridad que percibía la belleza encada objeto material del universo. Pasé casi todo el tiempoalabando al Señor. yo tengo fe y lo creo. explica su sensación de novedad así:«Dije al Señor: "Has dicho: aquellos que piden recibirán. notable evangelista inglés. en el sol. los árboles. los campos. la gente.los animales. Una señora dice:«Me llevaban a una reunión en el campo.poseyendo mayor suavidad interior. en tanto mi madre y amigos creyentes rogaban por miconversión. y los quellaman a la puerta se les abrirá. su sabiduría. recordaréis. pero no sé el día del mes. mi sentido de las cosas divinas aumentó gradualmente y se hizo más y más vivo. han desaparecido. con música celestial. en laluna. pedí clemencia y me di cuenta vivamente que me había sido concedido el perdón y la renovación de minaturaleza." Al momento el Señor me hizo tan feliz que nopuedo expresar lo que sentía. Apenas nada (de entre todas lasobras de la naturaleza) era tan suave como los relámpagos y truenos cuando antes nada me habíaparecido tan terrible. al contrario. las confesiones de de-pravación y el hecho de suplicar a Dios que me salvase me hicieron olvidar lo que me rodeaba. Jonathan Edwards la describe así:«Más tarde. en las nubes y en el cielo azul. su pureza y su amor se manifestasen en todas las cosas. dulce. Mi naturaleza emocional se conmovió hasta lo más profundo.» 17 Billy Bray. en las flores y los árboles. parecían. los que buscan encontrarán. Se altera la apariencia de todas las cosas. pero ahora. lo que favorecía sensiblemente mi atención. en la hierba. analfabeto. Al levantarme exclamé: "Ya no existen los viejos hábitos. todos se hanvuelto nuevos. Gritaba de alegría y alabé al Señor de todo corazón.» 18 Starbuck y Leuba ilustran esta sensación de novedad con ejemplos. me alegran.. Me sentía un hombre nuevo en un mundo nuevo.delmundo que experimentan los pacientes melancólicos de la que. 16 Estasensación de hermosa realidad interna y externa es una de las constantes que encontramos en los relatosde conversión. por así decir. Parecía que laexcelencia de Dios. los bosques parecían dotados de vida. Me parece que eranoviembre de 1823. di algunos ejemplos.una proyección tranquila. recuerdo que todo parecía nuevo." Era como entrar en un mundo nuevo. una apariencia de gloria divina en casi todas las cosas. mi almaexultaba en el amor de Dios y deseaba que todos . en el aguay en toda la naturaleza.

p. ¡oh. p. a Mernoir of Bill y Bray.compartieran mi alegría. en Thoughts on the Revival of Religion in NewEngland. 9. cómo había cambiado!.los cerdos. The King's Son.»El caso de este hombre introduce la característica de automatismo que en individuossugestionables ha sido tan sorprenden. no habíacompañero alguno y cuando volví en mí una multitud estaba a mi alrededor rogando a Dios.cerca de un roble intenté rezar. completamente llena de menesterosos: unos quejándose.." Todavía conla presión y el ahogo hice un último esfuerzo por llamar a Dios en mi socorro. No sé el tiempo que permanecí allí ni lo que pasó. decidido a terminar laplegaria de misericordia aunque me ahogara y muriese. 119 pero cada vez que deseaba rogar de nuevo aquella mano invisible me agarraba el cuello y apretaba. Londres. No sé si había alguien cerca de mí o no. pareciéndome distintas todas las cosas: mis caballos. 16 Cf. . otros riendo y otros gritando. pero cada vez que llamaba a Dios algo que me parecía una manohumana me ahogaba. Hamilton. F. aunque su valor fue discutido durante mucho tiempo inclusodentro de la secta revivalista. Nueva York. Adams & Co. Al principio. Edwards. 61. durante todo el día y la noche más bien ríos de luz y gloria parecían filtrarse en elinterior de mi alma y. No fuesólo un momento. pensaba que si no pedía ayuda moriría.llegaron a ser instrumentos regulares de propagación del Evangelio. en tiempos de Wesley. BOURNE. Edwards y Whitfield. versión resumida. 1830. pero me encontré tambaleándome hacia la tienda deconsagración.»El siguiente caso es de un hombre:«No sé cómo volví al campamento. las defiende frente a sus críticos. Life of Edwards. Alfinal alguien dijo: "Arriésgate a expiar tu culpa porque si no lo haces morirás igualmente. conferencias VI y VII. 18 W. 1887. te desde que. y lo último que recuerdo es que caí al suelo conla misma mano invisible en el cuello. pero pronto surgió fuertedivergencia de opiniones sobre el tema. se creía queconstituían pruebas semimilagrosas de «poder» por parte del Espíritu Santo. 17 DWIGHT. todo parecía distinto.

de cuya exteriorización no está seguro.]. Me refiero a los fenómenos lumínicos alucinadores o pseudoalucinadores. Unaluz perfectamente inefable brilló en mi alma y casi me arrastró a tierra [. las visiones.la inconsciencia. La distensión esmaravillosa y los placenteros efectos de las emociones se experimentan hasta el más agudo nivel. Esta es mi explicación del hecho: el sujetolleva sus emociones hasta el limite y al mismo tiempo resiste sus manifestaciones físicas como laaceleración del pulso. el coronel Gardiner ve unabrillante luz. el hablar involuntariamente y la sofocación se debenadscribir simplemente al hecho de que el individuo posee una región subliminal dilatada que implicainestabilidad nerviosa.. La visión cegadora de san Pablo parece ser un fenómeno de este tipo ytambién la cruz: en el cielo de Constantino. Aquí presentamos otro de la recopilación deStarbuck.19 Indudablemente.»Existe una forma de automatismo sensorial que posiblemente merece atención particular a causade su frecuencia.. etc. Luz: que asemejaba laclaridad del sol en todas direcciones. nunca quedóprobado que aquellos que las experimentaron sean más perseverantes o fértiles en sus frutos queaquellos otros que realizaron el cambio interior con acompañamientos menos vio lentos. El último caso citado menciona raudales de luz y gloria. uno de los confidentes de Starbuck escribe. En conjunto.. ésta es la visión que conservadespués.por usar el término psicológico.. por experiencia. Con respecto al sujeto que la experimenta.Henry Alline habla de una luz.. por ejemplo:«He pasado por la experiencia llamada conversión. phi llsmes.» 20 Estos informes de fotismos no son inusuales.]. Era demasiado intensa para los ojos [. las convulsiones.. no tienen un significado espiritual esencial y a pesarde que su presencia hace que la conversión sea más impresionante para los conversos.]. . que repentinamente dejan de ejercer su influencia sobre mí. Me pareció saberentonces. el presidente Finney dice:«Súbitamente la gloria de Dios brilló encima y a mi alrededor de manera maravillosa [. Era tal laluz que no pude soportarla demasiado tiempo. SPRAGE . Lectures on Revivals of Religion.. algo de la luz que postró a san Pablo cuando se dirigía a Damasco. en el que la luz apareció evidentemente del exterior: 19 Consúltese William B.

»Veamos otro caso de Starbuck que incluye un elemento luminoso:«Hacía veintitrés años que me había convertido claramente. una suprema felicidad que me hacía repetir "Gloria a Dios" me poseyódurante mucho tiempo.»Leuba cita el caso de Mr. Decidí ser hijo de Dios para siempre y dejar la ambición que acariciaba. en el que la afección luminosa recuerda una de las alucinacionescromáticas que producen los brotes del cactus tóxico que los mejicanos llaman mescal. p. al menos. si puedo expresarme así. supe que estaba limpio depecado y lleno de la plenitud divina. de súbito. Estaba tranquilo en casa cantando algunos salmosde Pentecostés. Recuerdo bien que habíamos segado la avena y cómo la paja y las espigas parecían dispuestas -por decirlo de alguna manera ." En el momento enque el pensamiento se configuraba en mi mente. o reformado. 1832. ya hemos escuchado algunos . 34. Era hacia las once de la mañana. aún sin decir nada. Pero el día 15 de marzo de1893 experimenté una completa satisfacción.hasta que decidí que lo tenía que intentar o estaría perdido. Peek. 20 Memoirs. es decir. mientras caminaba con mi guía invisible.en forma de arco iris o. y observaba a mi alrededor. Entonces. la gloria de Dios apareció en toda su creaciónvisible. y el último que citaré. misambiciones fueron de otro orden. el Espíritu Santo me hizo saber queestaba contemplando mi propia alma. Miexperiencia de regeneración era clara y espiritual y no había reincidido. cuando salí a trabajar al campo.Nueva York. por primera vez en la vida. "No están aquí. eldinero y la posición social.Estuve invitado en varias ocasiones al altar y cada vez quedaba más profundamente impresionado. y lo que acompañó a laexperiencia santificadora fue totalmente inesperado. setrata del éxtasis de felicidad que se produce.«Por la mañana. brillando a la gloria deDios. en el largo apéndice dondeaparecen las opiniones de múltiples clérigos. Me di cuenta vívidamente de la conversióncomo si me despojasen de una tonelada de peso del corazón. se han marchado. una extraña luz parecía iluminar toda lahabitación (estaba oscuro). una sensaciónque jamás había tenido. Mis hábitos de vida anteriores impedían de alguna manera mi crecimiento.pero decidí superarlos sistemáticamente y en un año mi naturaleza toda cambió.espaciosa y bien iluminada. Cuando viví la experiencia parecía ser conducido por una amplia habitación. noté como si algo se introdujera en mí e inflamara todo mi ser. 120«Había asistido intermitentemente a una serie de servicios revivalistas durante dos semanas.»El elemento más característico de todos en las crisis de conversión. setroquelaba en mi mente un claro pensamiento.

una detrás de la otra hasta que recuerdo que grité: "Moriré si estas oleadas continúandiscurriendo sobre mí. Estas oleadas me inundaronrepetidamente. he reparado en que me pareció real que Él estaba delante de mí. sin haber sentido nunca a nadie que me hablara. ni luz. lloré de alegría y amor y no sé si decir que li-teralmente vomité las efusiones inexpresables de mi corazón. Lloré como un niño e hice las confesiones que pude con hablarentrecortado.relatos al respecto. en realidadparecía llegar en oleadas de amor. Sin embargo. vino abuscarme. Cuando entré y cerré la puerta pensé que tropezaba con nuestro SeñorJesucristo cara a cara.»No sé cuánto tiempo continué en este estado. sin embargo. no puedo soportarlo más!". pero mi mente se encontraba demasiado absorta pararecordar nada de lo que dije. Siempre que he explicado todo esto comoun estado mental notable. era también un miembro de la iglesia. pero sé que era de noche cuando un miembro del coro. con semejante bautismo fluyendo sobre y através de mí. me pareció como si estuviesecompletamente iluminada. y mi corazón afirmaba: "Quieroabandonar mi alma por entero a Dios. el Espíritu Santo bajó sobre mí de forma que pareció me traspasase tanto el cuerpo comoel alma. pero soy tan feliz que muero. sino al cabo de cierto tiempo."» 21 . no temía a la muerte. Sin 121 esperarlo. del que yo era director. y yo caí asus pies y le ofrecí mi alma. ¿quéle molesta?" No pude responderle hasta al cabo de un rato y volvió a repetir: "¿Está enfermo?" Merecuperé como pude y le contesté: "No. sin haber pensado nunca que habría algo así esperándome. me parecía que lo veía como vería a cualquier otro hombre. Mientras me sentaba junto al fuego recibí el bautismo del Espíritu Santo. entonces no se me ocurrió ni me di cuenta. al contrario. Me pareció que bañaba sus pies con mis lágrimas y no recuerdo haber tenido la sensaciónde tocarlo Debí quedar así durante un largo rato. peroañadiré dos más: el del coronel Finney es tan vívido que lo ofrezco completo:«Todos mis sentimientos parecían crecer y desbordarse. me encontró llorando y me dijo: "mister Finney. allí no había ni fuego. recuerdo claramente que me daba aire como unas inmensas alas. volví a la habitación de delante y vi que el fuego encendido con un tronco grandecasi se había consumido. ¡Señor. que eraun ser espiritual." La exultación de mi alma fue tan grande que corrí a la habita-ción trasera para rezar. Se asemejaba alhálito divino. no obstante. sé que cuando mi mente se calmó lo bastante como paracortar la entrevista. No dijo nadapero me miró de una manera como para postrarme a sus pies. Podía sentir la impresión como una ola de electricidad que discurría dentro de mí. Ninguna palabra puedeexpresar el amor maravilloso que cayó sobre mi corazón. ya que no puedo expresarlo de ninguna otra manera.

si él meutilizaba como instrumento suyo y me daba una prueba convincente. probablemente la iluminación de la oscuridad esmetafórica:«Un domingo por la tarde.»Antes de acabar esta conferencia. Algunos de vosotros. ni imaginación alguna de un cuerpo luminoso en el tercer cielo. la oscuridad de la noche se iluminó. Nada parecido a una respuesta a miplegaria se me daba. sólo experimentaba una gran depresión. Al cabo de dos horas el capellán sugirió que deberíamos volver a casa.«No puedo cesar de adorar al Señor.»En el caso siguiente. sentí. Tanto religiosa comopsicológica mente se trata de una interpretación superficial. recuerdo que extendí las manos a Dios y le prometía que trabajaría para él. mis pies caminarían por él. etc. supe que Dios había oído mi plegaría y me respondía. el centelleo de la luz también es metafórico:«Se habla convocado un encuentro de oración al final del Servicio de la tarde. me dijeron que la razón por la que yo "no obtenía la paz" eraporque no quería abandonarlo todo a Dios. de pronto. Mientras rezaba. vino y poniéndome una mano en la espalda. por ejemplo.»En un caso como el siguiente. estoy seguro. Cuando camino por la calle alzo un pie y parece decir"Gloria". Me invadió una felicidad profunda. interpretáis el problema desde este conjunto demanifestaciones y lo zanjáis con una sonrisa irónica hacia tantos «histéricos». contesté afirmativamente. Llovía y habla fango en los Caminos. de la colección dc Starbuck. eran aburridos). unas palabras simplemente sobre la cuestión de lapermanencia o transitoriedad de estas con-versiones súbitas. El clérigo pensó que yo estabaimpresionado por su sermón (un error.. decidí que cuando llegase a casa. y levanto el otro y parece que afirma "Amén".. me ofrecería por entero a Dios. le confié todo esto a Dios y después intenté levantarme y marcharme. en la granja donde trabajaba.]. No hablo en ninguna brillantez externa. mi lengua hablaría por él. me dijo: "¿No quieredar su corazón a Dios?"." Cantaron y rezaron yhablaron conmigo. y así mientras camino. almarchar recé como . sentí que eraaceptado en elcírculo de los elegidos por Dios. en la afirmación de Brainerd: «Mientras caminaba por un bosque espeso.me di cuenta. pero este deseo se hizo tan fuerte que me arrodillé al margende la carretera. pero apenas puedo ofrecer el relato corto de sus sentimientos posteriores a laconversión.un bienestar inexplicable pareció abrirse a la aprehensión de mi alma. pero era una aprehensión nuevainterior o visión que tuve de Dios.sabiendo que ocurren reincidencias y recaídas. Entonces me dijo: "Venga al primer banco. ni nada por el estilo..Cito a Billy Bray. asu entero servicio [. ya que no lavi. pero habiendo sido convertido por la fe mi salvación fue mayor. ya que desatiende el centro de interés que 21 Estos informes de fotismo sensorial se transforman en lo que simplemente son relatos metafóricos del sentido de unailuminación espiritual nueva como.

fundó allí una misiónregular para convertir a los judíos. huboun tiempo de reincidencia en la mayoría de los casos. por ejemplo. más de la mitad de los cuales eran metodistas. os dejo todo el problema a vos!"Inmediatamente. Al hablar con más detalle de las reincidencias. he hecho lo que he podido. sé que el futuro de M." consideré todo esto como el momento de la conversión.» 122 no es tanto la duración como la naturaleza y la cualidad de estos cambios de carácter. en virtud de la fuerte impresión de un ataque epiléptico. que incluso por un período corto de tiempomuestra a un ser humano cuál es su capacidad espiritual. Según las declaraciones de los mismos. dije solo: "¡Señor. no mostró tendencia alguna a utilizar para fines egoístas la fama quele dieron las circunstancias particulares de su conversión.siempre.todos los ejemplos más sorprendentes de conversión. Por lo que respecta a mi vida. me levanté y me fui a la habitación de mis padres yles dije: "Me siento maravillosamente feliz. podríamos dudar. aunque la persistencia la aumente. el 93 «/o de las mujeres y el 77 % de loshombres. Angustiado.Ratisbone. miembros de la iglesiaevangélica. me inundó una intensa paz. 22 Las únicas estadísticas que conozco sobre la duración de las conversiones son las de miss Johnston recogidas por Starbuck. Sólo incluyen un centenar de personas. Con todo. y esto es lo que constituye su importancia. fue el momento en queme aseguré de la aceptación y el fervor de Dios. Estas revelaciones conforman su significado para hombres y mujeres sean cual sea suduración. de M. Starbuck observa que nada más que el 6 %representan recaídas de la fe religiosa que la conversión confirmaba. La conclusión de Starbuck es que el efecto de laconversión consiste en proporcionar «un cambio en la actitud hacia . como un relámpago de luz. En realidad. no precisamos estadísticas para saberlo. se hizo sacerdote en Jerusalén donde fue a vivir. Abandonósu proyecto de matrimonio. unaimportancia que la reincidencia no puede disminuir. que murió cumplidos los 80 años si norecuerdo mal. a la que pocas veces podía referirse sin llanto. revela nuestros deseos y pretensiones idealesmientras dura.y en toda ocasión recordó a un hijo ejemplar de la iglesia. es constan. te e inconstante. Los hombresresbalan en cualquier nivel. por ejemplo todos los citados. Pasa igual con la experiencia de la conversión. han sido permanentes. es bien conocido queel amor no es inmutable. Ratisbone quedó marcado por aquellos minutos. hubo un escaso cambio inmediato. y que las quejas se deben sobretodo a cierta fluctuación en el ardor del sentimiento.

Me creí obligado a retirarme a un lugarsecreto.». Tan ligero como si caminara en el aire.. tienden a sentirse allí identificadas plenamente con ella. pp. la felicidad de tres días.»«No puedo expresar cómo me sentía. 357. Era como si hubiese estado en un calabozo oscuro y saliera a la luz del sol.Grité y entoné alabanzas a Aquel que me amaba y me limpiaba de mis pecados.» «Lloraba y reíaalternativamente. y alabé a Dios en un éxtasis de alegría tal que sólo lo puedencomprender quienes lo experimentan. Todo mi cuerpo temblaba. a pesar de que los sentimientos fluctúen. «las personas que hanpasado por la conversión. y mi alma gozó de una dulce paz. una vez decididas firmemente por la vida religiosa. y. durante los cuales no hablé a nadie de mis sentimientos. Sentía como si hubiese conseguido mis paz y felicidad de la quenunca hubiera podido esperar. al mismo tiempo. ¿Cuáles pueden ser. citado porISUDA.» Autobiography of Dan Joung.La santidad La conferencia última nos dejó en un estado de expectación. El placer quesentí es indescriptible.. Dicho de otra manera.«En un instante se elevó en mí la sensación de que Dios cuida de los que confían en él y durante una hora todo elmundo se tomó cristalino. Nueva York. 1860. sin que importe cuándo declina su entusiasmo religioso». editada por W.los frutos de las impresionantes conversiones que hemos . que es constante ypermanente. me levanté de un salto y comencé a llorar y reír. ya que las lágrimas se deslizaban y no quería que los compañeros me vieran. el cielo era claro.» «Sentía que mi cara debía brillar como la de Moisés. me viimpelido a llorar seriamente para obtener injaerleordia y el Señor vino a consolarme liberando mi alma de la carga y lainhabilidad del pecado.» Son testimonios de STARBUCK. BEECHER. no podíaconservarlo en secreto. 23 22 Resumo un par de relatos:«Una mañana que me encontraba muy deprimido. tenía unasensación general de flotar.»«Experimentaba alegría hasta las lágrimas. para la vida. 360. Strikcland. Era la alegría más grande que nunca he tenido la suerte de experimentar. XII y XIII. «Mis lágrimas de pena se transformaron en alegría. amedrentado porque en cualquier momento iría al infierno. 123 Conferencias XI.la vida. P.» H. de la cabeza a los pies. 23 Psychology of Religion. W.

oído? Con esta pregunta abrimos el capítulorealmente importante de nuestro trabajo. el coraje. la devoción. tanto por su naturaleza como por sus efectos. y si enalguna parte existe. ya recordaréis que no sólo comenzamos esta investigaciónempírica para iniciar un capítulo curioso en la historia natural de la conciencia humana. y pese a la diversidad de mediosque ayudan a producir este estado. desde un punto de vista puramente humano. Por consiguiente. se manifiesta que es siempre una y la misma modificación la que afecta a cristianos detodas las épocas. resumiendo. . estimulado y limpio haciauna atmósfera moral mejor. eminente y raro. Lo mejor que puedo haceres citar algunas observaciones que adelanta Sainte-Beuve en su Mistory of Port Royal. o. de infinita confianza en Dios y severidad con uno mismo acompañado de ternura hacia lossemejantes. aquí anida la vida ardua. hacia los que lasalas de la naturaleza humana se extienden. peroresultará fundamentalmente agradable porque los frutos mejores de la experiencia religiosa constituyenel capitulo más gratificante que la historia puede exhibir. como paramerecer un estudio más profundo.Los impulsos de la caridad. sobre losresultados de la conversión o estado de gracia. la confianza. unestado que es genuinamente heroico y desde el cual se realizan los hechos más grandes que nuncapodría realizar el alma. Es cierto que algunas pequeñasporciones pueden ser dolorosas o incluso mostrar la naturaleza humana bajo una luz patética. Si penetramos en la diversidad decircunstancias.Debería ser ésta la parte más agradable de nuestro trabajo. aunque sencillamente los haya leído. ya se consiga mediante un jubileo. sino más bienpor adquirir un juicio espiritual respecto del valor total y significado positivo del problema religioso ensu totalidad y de la felicidad conseguida. como últimamente hetenido que aducir. una confesión general o plegariasolitaria. A través de las formas diferentes de comunión. es fácil reconocer quefundamentalmente se trata de un estado fructífero y espiritual. la paciencia. Este planteamiento divide la investigación en dos partes biendiferenciadas. es de amor y dehumildad. provienen de ideales religiosos. primero describiremos los frutos de la vidareligiosa y después deberemos juzgarlo. y sin extendernos más en el preámbulo. que hay realmente un único espíritu fundamental e idéntico de piedad y caridadcomún a los que han recibido la gracia: un estado interior que. Siempre han sido considerados así. adentrémonos en la tarea descriptiva. el fenómeno de la gracia parecedemasiado extraordinario. cualquiera que sea el lugar y la ocasión. Los frutos característicos de esta condición del alma poseen. Porque el alma llega así a un estado equilibrado e inexpugnable.«Pese a todo. antes que nada. y evocar una sucesión de ejemplos. en su conjunto. el mismosabor bajo distintos soles y en ambientes diferentes. es sentirse animado.

cómo nos reprime y moldea por supresión restrictiva como si de fluidos contenidos en un recipiente se tratara. I. La influencia es tanincesante que acaba siendo subconsciente. Por consiguiente.naturalmente. en los más instructivos para nosotros. las convenciones e inhibiciones se rasgarían como unatelaraña si sobreviniese una excitación emocional fuerte. nuestra actitud moral y práctica. Dejadmeaclarároslo. cada uno de vosotros. por ejemplo.comienzo planteando una cuestión psicológica general sobre cuáles son las condiciones íntimas quepueden hacer que un carácter humano sea tan diferente de otro. constituyesiempre el resultado de dos conjuntos de fuerzas en nosotros mismos: impulsos que se comprometen enuna dirección e inhibiciones que los retienen. 124Puedo contestar de inmediato que. 95-106. vol. en cualquier momento dado. «no. no». se recompondría y tomaríauna actitud más «libre y abierta».tanto para santa Teresa de Avila como paracualquier hermano moraviano de Herrnhut. Tomad la vida de una mujer mimada eindulgente consigo . por lo que respecta al carácter como algo distinto delintelecto. estos devotos dispusieron de suscaminos de manera tan diferente a los demás hombres que si los juzgáramos mediante la ley mundananos sentiríamos tentados a considerarlos monstruos o aberraciones de la naturaleza. inconscientemente. Saint-Hauve sólo piensa en los ejemplos más importantes de regeneración y.Hablando en general. estáis aquí en este momentosoportando alguna inhibición. si». y una señora convencional correría en camisón enplena calle si de salvar su vida o la de su hijo se tratara. Todos vosotros. las causas de la diversidad humana se encuentran principalmente en nuestra sensibilidad emocional distinta y en los diferentes impulsos e inhibiciones que aquéllas comportan. versión resumida.Incluso aquellos que no hayan reflexionado expresamente sobre el tema se darán cuenta de cómoconstantemente se manifiesta en nosotros este factor de inhibición. 1 SAINT-BEUVE. «Sí. sin conciencia de la misma a causa de la influencia del momento. pp. Port-Royal. las inhibiciones. Sin embargo. Con frecuencia.» 1 Aquí. He visto un dandy salir a la calle con la carallena de crema de afeitar porque ardía una casa. si osquedaseis solos en la habitación. dicen los impulsos.

sino que muchos de ellos. la realidad resplandeciente de una inmensa alegría.se entremezclan. los inconvenientes que esta criatura ocasiona parecen. La furia de la carga de sus camaradas. pero hacedla madre. Su «no. en un soldado al que el temor a la cobardía leinduce a avanzar. el pánico de la derrota le proporcionará lamedida del miedo. y en este caso sentimos «síes» y «noes» simultáneos y es la «voluntad» entonces laque debe resolver el conflicto. perosea elevada o inferior. contrarios entre sí. las cosas que ordinariamenteparecen imposibles se tornan naturales porque resultan anuladas las inhibiciones. ¿qué sucede?Poseída por el entusiasmo maternal.Se trata de un ejemplo de lo que denominamos «el poder justificador de una noble pasión». se rendiría a todas las inhibiciones que sus desagradables sensaciones leprovocasen. Henry Drummond habla de una inundación en la India en la que quedó indemne unacolina con un bungalow que se convirtió en refugio ocasional tanto de los animales feroces y losreptiles como de los seres humanos que allí había.huyendo de la gente. una vezcomenzada. por ejemplo. que se convirtió en soberana y se constituyó en el nuevo centro de su carácter. y entonces los obstáculos aparecen como aros de papel para el jinete de circo- . como dice Ja-mes Hinton. Cuando se producen estas excitaciones predominantes. Pensad.Existe un nivel de intensidad que si es alcanzado por alguna emoción se convierte en la única efectiva yelimina los antagonismos y todas sus inhibiciones.. no predomina estado alguno de emoción. Su personalidad se convierte en unconjunto de interferencias y dudará durante bastante tiempo porque ninguna emoción predomina. ahora se resigna al insomnio. llegó y se tumbó en tierra jadeando como un perro. La ferocidad habitual del tigre se encontraba temporalmente reprimida por laemoción del miedo. dormiría hasta tarde. poseído por tal terror que uno de los ingleses se le acercó tranquilamente con unrifle y le voló la cabeza.. En unode sus discursos.todas las dificultades la encontrarían con el «no» en los labios. y constituyen las condiciones genuinaspor las que la felicidad es mucho más profunda. si sus camaradas le ofrecen ejemplos diversos.A veces. viviría de té y sedantes y se quedaría en casa cuando hiciese frío. no» ya no sepercibe porque no existe. el miedo le impulsa a correr y sus tendencias miméticas le empujan en diversasdirecciones. En un momento dado apareció un tigre real deBengala que nadaba y nadaba hacia el lugar. proporcionará al soldado ese grado de coraje.misma. no hay diferencia alguna si la emoción que comporta es bastante fuerte. el cansancio y el trabajo pesado sindudar ni un momento y sin queja alguna. El poder inhibitorio del dolor se extinguirá siempre que losintereses del hijo estén en juego.

ningún impedimento existe porque la corriente es más fuerte que el obstáculo que suponen." El domingo por la mañana.Ayudan a romper el límite del predominio de la violencia y son el fermento de un orden mejor. Si las disposiciones internas son correctas. de semejante violación de la naturaleza externa? Concededemasiada importancia a la naturaleza exterior. supongo. 18 se nos presentan más bien como trágicos saltimbanquis que comohombres sensatos que nos inspiren respeto. hoy en día.El siguiente tema. un lento transmutador de las cosasterrenas en un orden más celestial. grita el granadero frenético por la captura de su emperador. diciéndoles que Jehováhabía enseñado a los cristianos que devolviesen bien por mal y que -irían sin armas a contarles la historia de cómo el Hijode Dios vino al mundo y murió para bendecir y salvar a sus enemigos. estaréis todosdispuestos a considerar sin discusión como una virtud que tiende asimismo a la extravagancia y elexceso. como ya he dicho en algún otrolugar. a pesar de su impracticabilidad y su inadaptación práctica a lascondiciones actuales del medio. nos preguntamos¿qué necesidad hay de todo este tormento. Creemos que Él nos protegerá. os mataremos. al jefepagano que les volvió a increpar y amenazar. Cualquiera que esté genuinamente emancipado de la miembros."»Mientras . El jefe pagano devolvió una réplica dura y rápida: "Sivenís. «Lass siebetteln gehn wenn sie hungrig sind!». consigue algunos incondicionales y el ambientemejora por su ministerio. u y cuatroacompañantes irían para enseñarle la palabra de Jehová. según el orden establecido. análogos a la creencia del santo en la existencia de un reino celestial. La respuesta prohibía duramente su visita y amenazaba de muerte acualquier cristiano que se acercase al poblado. Pero el primero dijo:»”¡Venimos sin armas de guerra Sólo venimos a hablar de Jesús. El optimismo y el refinamiento de la imaginación moderna. han transformado la actitud de la Iglesia hacia la mortificación corporal y. lleno del deseo encendido de cristo.En este sentido los sueños utópicos de justicia social que abrigan muchos socialistas yanarquistas contemporáneos son. un beatoSuso o un san Pedro de Alcántara. fuera del pueblo. Nuestro superior envió una respuesta llena de afecto. es el ascetismo que. el elegido y sus cuatro compañeros encontraron. envió un mensaje a un jefe del interior diciendo que el domingo. sino que inclusocuando hemos de confesar que es un inadaptado. Es un fermento eficaz de la bondad. 170 no Sólo nos consuela de la esterilidad y la prosa que generalmente predominan.

. sin nada más sobre la piel."»Los paganos estaban totalmente intimidados. y quizá no haya ninguna isla en estos mares del Sur.nuestro gran Padre. 333): «San Pedro había pasado casi cuarenta años sindormir más de una hora y media al día. Pero no venimos ahora a luchar sino a hablar sobre Jesús. p. ya que suhabitación medía cuatro pies y medio de largo. Consideraban a estos cristianos protegidos por alguien invisible. y cuando le expresé mi sorpresa dijo que era muy fácil una vez se ha adquirido la costumbre. Llevaba un vestido de basta arpillera. que parecían estupefactos ante estos hombres que se les acercaban sin armas de guerra y sin tan siquieradevolver las lanzas que habían cogido. Si hubiese querido tumbarse le habría sido imposible.siempre permanecía arrodillado o de pie. Era frecuente que sólo comiese una vez cadatres días. mientras él y sus compañeros se colocaban en medio del poblado. con la cabezareclinada en un trozo de madera clavada en la pared. ésta era la que más le costaba."John G. segunda parte.]. Después las cerraba y volvía a tomar el manto. Durante todos estos años nunca se puso la capucha. donde no puedan relatarse actos de heroísmo similares por parte dc los conversos. incluso de joven. PATON. p. Londres. era tal que me confesó que habla pasado tres años en una de las casas de su orden sinconocer a ninguno .iban caminando hacia el poblado. comenzaron a tirarles lanzas. De todas sus mortificaciones. En Otro tiempo las habríamos vuelto contra vosotrosy os habríamos matado. Nunca se puso un zapato. gritó:»”Jehová nos protege así. Algunos las esquivaron. de entrelas que han sido ganadas para Cristo. El poco sueño que se permitía lo cogía en la posición de sentado. Ahora os pide que dejéis todas estas armas de guerra y que escuchéis lo que Os hemos de decir del amor de Dios.. Su pobreza era extrema y sumortificación. Era sumanera de calentarse y hacer que su cuerpo alcanzase una temperatura mejor. Nuestro superior cristiano. Cuando hacía muchofrío se quitaba la capa y abría la puerta y la ventana de la celda. Otros las cazaron literalmente con las manos desnudas y las desviaron de manera Increíble.Los paganos. el único Dios viviente.Este vestido era tan ceñido como fuera posible y crema llevaba un capa pequeña del mismo material. Para conseguirlo. An autobiography. 18 Santa Teresa nos dice en su autobiografía (traducción francesa. sin importarle ni el ardordel sol ni la fuerza de la lluvia. Missionary fo the New Hebrides. sí ha cambiado nuestros negros corazo-nes. Porprimera vez escucharon la historia del Evangelio y de la Cruz. 1890. todos eranguerreros hábiles excepto uno. Uno de suscompañeros me aseguró que algunas veces había estado ocho días sin comer [. desistieron descon-certados. Nos ha dado todas vuestras lanzas. 243. después de lo que el viejo jefe llamó "una lluvia de lanzas".

dijo. Ya no podemos seguirsimpatizando con deidades crueles. ya que la mortificación excesiva estan irreal e indigna como el simple deseo y el placer. yencontraba su camino siguiendo a los otros. ya que la salud debe ser esencial para la eficacia en el servicio de Dios. Como dice el Bhagavad-Gita. según van envejeciendo. han mostrado una tendencia clara a insistir menos en lasmortificaciones particulares del cuerpo. que no -coincide con el original castellano de la santa. la abundancia y la privación como igualmente irrelevantes eindiferentes. no se ha desacrificar a la mortificación. Como consecuencia de todos estosargumentos. Los maestros espirituales católicos siempre han profesado lanorma que. encontramos que los santos ascéticos. Si uno está genuinamente desligado de los resultados de la acción. dada la edad que tenía. ya que nunca levantó los ojos. pero me confesó que. y nos conduce al reposo. es la de la sabiduríainterior que hace que una cosa nos sea tan indiferente como otra. sólo necesitan renunciar a las acciones mundanas quienesestán internamente ligados a ellas. En una conferencia anterior cité la antinomia de sanAgustín: «Si amáis bastante a Dios. a tratar la tendencia general al . a la paz y alNirvana. a menos que pueda mostrarse alguna utilidad especialen la disciplina específica de algún individuo. probablemente estaréis dispuestos. y la noción de que Dios se deleita en el espectáculo de lossufrimientos autoinflingidos en su honor es abominable. sólo los conocía por el sonido de sus voces. 20 Enconsecuencia. Nunca hablaba »l no se le preguntaba.] 171 carne.» «Nonecesita prácticas devotas quien se conmueve hasta llorar con la simple mención del nombre de Hari» 19 dice una de las máximas de RamaKrishna. al señalar a sus discípulos lo que llamaba el«camino de en medio». Pasó muchos años sin mirara una mujer.era muy afable.» [Traducción literal. pero su rectitud intelectual y su gracia daban un encanto irresistible asus palabras. La única vía perfecta. Con toda su santidad. Puede emprender acciones y experimentar placeres sin tener miedo de la corrupción o laesclavitud. El optimismo y la mentalidad sana de los círculos protestantes hacen queen la actualidad nos repugne la mortificación por amor a la mortificación.puede mezclarse con el mundo con ecuanimidad.de los otros monjes. ya le era indiferente mirarlas o no. Cuando lo conocí era muyviejo y su cuerpo estaba tan extenuado que parecía estar formado de algo así como raíces de árboles. y losdirectores de conciencia más experimentados. mirará los placeres y los dolores. les dijo que se abstuviesen de los extremos. podéis seguir sin peligro todas vuestras inclinaciones. Y Buda. Mostró la misma modestia en los lugares públicos.

p. 180. distinguiendo entrela buena intención general del ascetismo y la inutilidad de algunos de los actos particulares de los quepueda ser culpable. en lugar de una liberación real. Dejad que un hombre que por su salud y lanascircunstancias afortunadas escapa de la experiencia en su propia persona de una considerable cantidadde mal. sólo valepara el individuo y deja al propio mal fuera de él. Por otra parte. Pero vimos en otrasconferencias sobre la melancolía cuán precario es necesariamente este intento. . Para lasmentes de matiz pesimista. enterramiento en vivo. cierre también sus ojos al mal que existe en el universo fuera de su experiencia privada y seliberará de todo el mal completamente y podrá navegar felizmente por la vida. bastantedefectuosamente. Comocontraposición a este punto de vista. en su significadoespiritual. me parece que con dificultad pueda continuar su propia 19 F. Si alguien alguna vez ha percibidoclaramente en su mente el hecho de la presencia de la muerte trágica en la historia de este mundo -congelación. creo que una consideración más cuidadosa de toda la cuestión. Ramakrishna.ascetismo comopatológica. los errores y la muerte se han de afrontar con justicia y se han de superar por un estímulosuperior. representa nada menos que la esencia de la filosofía de un renacimiento. Simboliza. muerte por ahogo. este optimismo es un simpledispositivo de evasión vil. de otro modo su aguijón permanece esencialmente entero. sino afrontado directamente y superado apelando alos recursos heroicos del alma. que sienten la vida como un misterio trágico. Eldolor. que se ha de neutralizar y limpiar por el sufrimiento.Un intento de este género no puede constituir una solución general del problema. Acepta. 1899. his Life and Sayings. en manos decriminales y las enfermedades más espantosas-. pero con sinceridad.No obstante. ha de ser de aplicación universal. MAX MÜLLER. la forma ultraoptimista de la filosofía anterior sostiene que hemosde tratar el mal mediante el recurso de ignorarlo. habría de rehabilitarlo ante nuestra consideración. una grieta por la que escapar. la creencia de que existe un elemento de injusticia realen este mundo que no ha de ser ignorado ni eludido. sin duda. La liberación auténtica. lo que meramente es un accidentepersonal afortunado. según insiste la gente renacida. devorado por bestias salvajes. El ascetismo. Deja el mundo desamparado y en las garras deSatán. irredento y desmantelado en su propia filosofía.

sin embargo. tiene susignificado vital indestructible. nos aferramos a la vida y él puede «lanzarla como una flor». HOEY. difícilmente puede ser contemplada por ningún hombre sensato como una solución seria.20 OLDENBERG.La vida no es ni una farsa ni una comedia elegante. hombres religiosos. Eloptimismo naturalista. por lo tanto. Por consiguiente. y aparte de los caprichos por los queinteligencias poco instruidas de épocas anteriores lo pueden haber dejado divagar. No toleramos a nadie que no tengacapacidad para el heroísmo en algún aspecto. con su optimismosentimental. me parece que no debería sersimplemente dar la espalda al impulso ascético.Representativa y simbólicamente.Pues bien. puesto que le falta la gran iniciación. afirma. pura y simple. 1882. es mera palabrería. eso es exactamente lo que sostiene el ascetismo y toma la iniciación voluntariamente. no nos importan las debilidades de un -hombre si está deseoso de arriesgarse hasta la muerte y aún más. creo que se ha dereconocer que el ascetismo va ligado con la manera más profunda de tratar el regalo de la existencia. Por otra parte. adulación y lisonja. tal . En elheroísmo percibimos que se oculta el supremo misterio de la vida. p. reconocido de esta suerte por el sentido común. La insensatez y elheroísmo son partes de ella tan enraizadas que la mentalidad sana.Las frases de consuelo elegantes y reconfortantes nunca pueden ser una respuesta al enigma de laesfinge. Aunque sea inferior a nosotros en este o en otroaspecto. tan inexplicable para el intelecto. esperando que su sabor amargo nos purgará de nuestra locura. constituye la ver dad justa de la que el ascetismo hasido propiamente el campeón.En estas observaciones me baso sencillamente en el común instinto de realidad de la humanidadque de hecho siempre ha mantenido que el mundo es esencialmente un teatro para el heroísmo. Londes. traducido por W. cuando nosotros.El misterio metafísico. 127. si la padece heroicamente en la causaque ha elegido. por el cual quien sealimenta de la muerte que se nutre a su vez de los hombres posee la vida de manera eminente y conocemejor los requerimientos secretos del universo. lo consideramos nuestro superior en el más profundo sentido. en comparación.como si no le importase nada. este hecho lo consagrará para siempre. Buddha. elrecurso a la línea práctica de conducta para nosotros. La locura de la cruz. 172 vida de prosperidad mundana sin sospechar que mientras tanto quizá no este' realmente dentro del juego. sino algo que hemos de contemplar convestidos de luto. Cada unode nosotros siente personalmente que la indiferencia magnánima hacía la vida expiaría todos susdefectos.

como hacemos la mayoría. podéis estar seguros que esta alejándose de Cristo. que constituye una porción tan amplia del«espíritu» de nuestra época. ¿no nos es posible descartarla mayoría de estas formas antiguas de mortificación y encontrar canales más sensatos para el heroísmoque las inspiraba?Por ejemplo. 173 exigen de quienes las emprenden el considerarse a sí mismos demasiado débilmente. el frío. Estos ideales contemporáneos sonestimulantes por la energía con que estimulan los modelos heroicos de vida. 22 «Cuando una iglesia ha de ser conocida mediante Ostras. la humedad. -el militarismo y laempresa. pero la verdad de un santo. en cuanto atañe a su santidad. lamiseria y la suciedad dejan de -tener cualquier tipo de capacidad disuasoria. 1899. sino más bien estribaríaen descubrirle alguna salida cuyos resultados. la aventura individual y nacional como remedios. pese a susnumerosos avances. his Life and Sayings. 21 Sin embargo. el hambre. que se alteratoda la escala de motivaciones. ¿no es en definitiva algo afeminado y poco viril? La manera exclu-sivamente despreocupada y evasiva de educar a la mayoría de los niños de hoy -tan diferente de laeducación de hace cien años. 172. de desarrollar una cierta inutilidad de carácter? ¿No emergen por -aquí algunospuntos de aplicación para una disciplina ascética renovada y corregida?Muchos de vosotros reconoceréis estos peligros. fuesen objetivamenteútiles. La incomodidad. como la religióncontemporánea es notable por la manera en que los anula. 22 Es seguro que la guerra y la aventura 21 «Las vanidades de todos los demás pueden extinguirse. el culto del lujo material y de la riqueza. especialmente en círculos evangélicos-. pero señalaríais el deporte.» Ramakrishna. de intensidad tan exacerbada. las molestias. La muerte se convierte enun tema vulgar y su poder cotidiano de frenar . en forma de privación y dureza. ¿no corre el peligro.» Si juzgamos por las apariencias. El ascetismo monástico de antes se ocupaba de futilidades patéticas o terminaba en el simpleegoísmo del individuo aumentando su propia perfección. éste es el brete en quese encuentran muchas de las iglesias contemporáneas. tanto en grado como en duración. helados y diversión -leo en un periódico religiosonorteamericano-. esdifícil que se agote. p. Demandan unosesfuerzos tan increíbles.

Lo que hemosde descubrir ahora en el reino social es el equivalente moral de la guerra. El recluta tiene unas nociones morales comunes de las que ha de intentarliberarse inmediatamente. literalmente ciertas. que contribuyen a la conservación.Pero cuando comparamos el tipo militar de autoseveridad con el del santo ascético. son remotas y no militares. y al estar en la línea del instinto primigenio. La evolución ancestral nos ha hecho guerreros potenciales. Las tendencias más salvajesdel hombre resucitan en la guerra.contrastamos una inmensa diferencia en todas sus concomitancias espirituales. algo heroico que hable a loshombres tan universalmente como lo hace . por supuesto. requiere del soldado unos modelos de moralidadabsolutamente peculiares.nuestra acción se desvanece. El propósito inmediato de la vida delsoldado es. un menosprecio intenso por la propia persona. e incluso la paz. ya sea hacia laspersonas o las cosas.sobre todo. y son inconmensurablemente valiosas para utilizar las en la guerra. y sean cuales sean las«construcciones» que pueda producir la guerra.La belleza de la guerra en este sentido estriba en el hecho que sea tan congruente con lanaturaleza humana. Si un soldado ha de ser bueno para algo en tanto que soldado. demasiado cruel y demasiado bárbaro que poseer excesivo sentimentalismo ysensibilidad humana. elsoldado debe ejercitarse en ser insensible hacia esas simpatías y respetos usuales.» 23 Estas palabras son. Para un ejército es mucho mejor serdemasiado salvaje. Pero cuando nos preguntamosseriamente si esta organización a gran escala de la irracionalidad y del crimen sería nuestro únicoparapeto contra el afeminamiento. la destrucción y nada más que la destrucción. nos horrorizamos sólo de pensarlo y reflexionamos con mayorindulgencia sobre la religión ascética. La medida de su bondad es su posibleutilidad en la guerra. persiste el hecho de que laguerra es una escuela de la vida esforzada y del heroísmo. de manera que el indivi-duo más insignificante cuando es lanzado al campo de batalla pierde gradualmente el exceso dedelicadeza hacia su valiosa persona que puede llevar a convertirle fácilmente en un monstruo de insensibilidad. como dijo Moltke.es la única escuela que de momento es universalmente asequible. Consecuentemente.Un oficial austriaco lúcido escribe: «"Vive y deja vivir" no es una divisa para un ejército. Con la anulación de estasinhibiciones comunes se liberan esteras de nueva energía y la vida parece proyectarse sobre un plano depoder más elevado. Sin embargo. Para él la victoria y el éxito han de serlo todo. por las tropas del enemigo y. Loque una guerra exige de cada uno es menosprecio por los compañeros. La guerra. ha de serexactamente lo opuesto de un hombre razonable y reflexivo. Se oye hablar del equivalente mecánico del calor.

Si una persona no se une ala lucha y al anhelo general por hacer dinero. Cuando los que pertenecemos a las llamadas -clases superioresquedamos horrorizados. debía haber alguna cosa parecida a esteequivalente moral a la guerra que buscamos. la forma moral de lucha. la pobreza es la vida esforzada -sin fanfarrias ni uniformes ni aplausos populareshistéricos. 174cualquiera que elige la pobreza para simplificar y preservar su vida interior. p. K. Cuando se ve de qué forma el deseo de riqueza penetra comoideal hasta la médula de nuestra generación. la riqueza es mejor que la pobreza y . Inclusohemos perdido el poder de imaginar lo que la antigua idealización de la pobreza podía habersignificado: la liberación de las ataduras materiales. cuando aplazamos el matrimonio hasta que la casa pueda estar bien decorada y temblamoscon el solo pensamiento de tener un hijo sin poseer una cuenta saludable en el banco. sea tan compatible con suyo espiritual como la guerra es de incompatible.Cierto es que mientras la riqueza proporcione ocasión para fines ideales y ejercicio a lasenergías ideales. Hemos crecido literalmente temiendo ser pobres. ni mentiras ni circunloquios.Entre los pueblos de habla inglesa. el derechoa desaprovechar la vida irresponsablemente en cualquier momento. citado por HAMON. de la dureza y fealdadmaterial.la guerra y que. especialmente. ¿No podría ser que la pobreza aceptada voluntariamentefuese la «vida esforzada». Menospreciamos a 23 C. la indiferencia viril hacia elmundo.. Friedens – und Kriegs – moral der Heere. 1895. la consideramos sin espíritu y sin ambición. sin necesidad de aplastar a la gente más débil?En realidad. enresumen. resolver las propias necesidades por lo que se es o se hace y no por lo que se posee. al mismo tiempo. una disposición más deportiva. vuelve a ser necesario que se entonen convalentía alabanzas de la pobreza. es el momentopara que los pensadores protesten contra un estado de opinión tan poco humano e irreligioso. como ningún hombre en la historia lo ha estado. Psychologie du Militaire professionnetl. Frecuentemente he pensado que en el antiguo culto dela pobreza monástica. a pesar de la pedantería que lo tenía. XLI. el alma insobornable. uno se pregunta si un renacimiento de la creencia de que lapobreza es una vocación religiosa que vale la pena no implicaría «la transformación del valor militar» yla reforma espiritual que nuestro tiempo está necesitando más. V. B.

los salarios menguar. Nuestro capitalpodría disminuir. Pero todos enconjunto forman una combinación que. y cuandonecesitamos ayuda podemos contar con que el santo nos echará una mano con mayor seguridad de loque podemos esperar de cualquier otra persona. sin embargo. en la comodidad.Hay miles de coyunturas en las cuales un hombre rico debe ser un esclavo. Finalmente. tiende a la solidaridad. su mentalidad humilde y sus . Pero ésta tan sólo consigueesos resultados en una porción limitada de casos reales. mientras que un hombrepara quien la pobreza no representa horrores llega a ser un hombre libre. recordaréis. aunque sea ingrato. en los otros. es religiosa. el deseo de ganar riquezas y elmiedo a perderlas son los factores más resueltos de la cobardía y los propagadores de la corrupción. cualidades temperamentales que se encuentren en individuos no religiosos.tía llega a las almas. sus siervos. mientras viviéramos.debería ser preferida.Ya he dicho todo lo que con provecho puede decirse de los diversos frutos de la religión talcomo se manifiestan en las vidas santas. No vuelve la espalda a ningún tipo de deber. podríamos ser eltestimonio imperturbable del espíritu y nuestro ejemplo ayudaría a liberar a nuestra generación. Ya nonecesitamos callar ni hemos de temer votar el programa revolucionario o reformador. las puertas denuestro club podrían cerrarse en nuestra cara. ya que parece surgir del sentido de lodivino y de su centro psicológico.Recomiendo que meditéis seriamente sobre este tema. haré un breve repaso y pasaré a las conclusiones generales. En lugar de situar la felicidad allí donde los hombres comunes la ponen. Su ayuda es tanto interior como exterior. a los cuerpos y a las insospechadas facultades menos bondadosas que anidan allí dentro. escierto. en untipo más elevado de estímulo interno. ya que es seguro que el temor a lapobreza que prevalece en las Clases cultas es la enfermedad moral más grave que padece nuestracivilización. Pensad en la fuerza que nosdaría la indiferencia personal hacia la pobreza si nos dedicásemos a causas poco populares. seríamos potentes en la proporción en quepersonalmente estuviéramos satisfechos con nuestra pobreza. Los atributos singulares de la santidad pueden ser.Nuestra cuestión inicial. nuestras esperanzas de promoción desaparecer. ya que su simpa. se refiere a si la religión es confirmada por sus resultadostal como éstos se manifiestan en la santidad. El pensamiento de este orden específico le produce unasuperior denominación de felicidad y una firmeza de alma incomparable. como tal. por consiguiente. las incomodidades se convierten en fuentes de alegría y seelimina la tristeza. Lacausa necesitaría unos fondos. Aquel que posee este sentido de forma poderosa llega a pensar demanera natural que los detalles más pequeños de este mundo obtienen un significado infinito a travésde su relación con un orden divino invisible. Su utilidad en las relacionessociales es ejemplar. pero nosotros.

No lo hemos de juzgar sólosentimentalmente. Este . en el fanatismo o absorción teopática. la autoseveridad son virtudes espléndidas y el santo. con sus accidentes. las muestra en la medida más acabada posible. de manera que será provechoso considerar la comparación conmayor profundidad. en su naturaleza esencial. Confesamos nuestra inferioridad y noshumillamos ante él. hemos de tener en cuenta que es injusto quesiempre que encontremos estrechez mental la imputemos como un vicio al individuo. que son aquellas pasiones generales de las que hehablado. dominador. Por la intensidad de su fidelidad a los ideales insignificantes con que un intelectomenguado puede inspirarles. hay que reconocerlo. no hemos deconfundir las pasiones esenciales de la santidad. a merced de los críticos hostiles. el hombre de presa. La felicidad. situándolo en suambiente y valorando su función total. llevarían indudablemente unas vidas consagradas. En estas determinaciones los santos serán normalmente leales a los ídolostemporales de la institución. En la Edad Media encerrarse en un monasterio era tanto un fetiche comoen la actualidad puede serlo colaborar en la actividad social. que son las determinaciones particulares de estas pasiones en cualquiermomento histórico. ya que en temasreligiosos y teológicos probablemente absorbe su estrechez de su época. si viviesenhoy. escrupulosidad. Además. ni tampoco aislado. sino usando nuestros modelos intelectuales. El jefe es el tirano potencial. y su pureza nos proporciona un hombre ideal por compañero. con frecuencia tiene alguna cosa quehace que un hombre normal se irrite. Las comparacon las pasiones humanas tal como las encontramos encarnadas en el carácter depredador militar. Nos acobardamos bajo su mirada y al mismo tiempo nos sentimos orgullosos detener un señor tan peligroso. San Francisco o san Bernardo. Nuestra animosidad hacia sus manifestaciones históricas no debe conducirnos a dejar laspulsiones de santidad.tendenciasascéticas le protegen de las egoístas pretensiones personales que obstruyen tan seriamente nuestras re-laciones sociales ordinarias.la pureza. beatería o en una inhabilidad morbosa paraencarar el mundo. 175Pero ya vimos que todas estas cosas en su conjunto no hacen infalibles a los santos. cuandono el real. El santo.mortificaciones desorbitadas. la paciencia.En lo que respecta a los modelos intelectuales. de entre todoslos hombres. pero con igual probabilidad no las viviríanretirados. puritanismo. la caridad. contotal ventaja para estas últimas. un santo puede resultar todavía más incómodo y condenable que unhombre vulgar y superficial que se encontrara en la misma situación.La antipatía hacia la santidad parece ser un resultado negativo del instinto biológicamente útilde acoger positivamente el liderazgo y glorificar al jefe de la tribu. el hombre autoritario. Cuando suvisión intelectual es estrecha caen en todo tipo de santos excesos.El crítico más declarado de los impulsos de santidad que conozco es Nietzsche.

sino más bien la aversión y la piedad grande -aversión y piedad hacia los otroshumanos. los morbosos . terribles. no nos desconcierta ni por su libertadinterior ni por su poder externo.Comparados con estos dominadores del mundo de pico y garras.Para Nietzsche el santo representa poca cosa más que vileza y esclavitud.. no los más fuertes. con total impunidad. 176 «Los enfermos son el peligro más grande para los sanos. la mujer subyuga al hombre por el misterio de su belleza. La fábula del viento. Los líderes siempre tenían buena conciencia. y quienes les miraban a la cara se conmovían tanto por la maravilla de su ausencia deescrúpulos internos como por el temor ante la energía de sus acciones externas. Lo que hemos de temer más que ninguna otra suertefunesta no es el temor. Si hubo tribus sin líderes no han podido dejar constancia alguna de sudestino.culto instintivo y sumiso al héroe debe haber sido indispensable en lavida tribal primitiva. ya apela a una facultad diferente. y a menos que encontrase en nosotros una facultad de admiracióntotalmente diferente a la que apelar.De hecho. El ideal santo y el mundanoprosiguen su enemistad tanto en la literatura como en la vida real. y elsanto siempre ha maravillado al mundo por algo similar. el hombre de vitalidad insuficiente. y preserva eltipo de humanidad del éxito y la competencia.porque el temor eleva a aquellos que son fuertes para llegar a ser. La mujer ama más alhombre cuanto más violento se muestra. Son santos a quienes puedes mesar las barbas. y el mundo deifica a sus gobernantes cuando son obstinados einescrutables. Los más débiles. ellos mismos. Los sexos encarnan la discrepancia. La humanidad es susceptible y sugestionableen direcciones opuestas y la rivalidad de las influencias no duerme. su conciencia está llena de escrúpulos y circunloquios.. Es el inválidosofisticado. Un hombre así no provoca temblores de admiración velados por eltemor. el sol y el viajero estárepresentada en la naturaleza humana. aves de corral. siempreque quieras. inofensivos. los líderes eran indispensablespara la supervivencia de la tribu. mansos. Su preponderanciapondría al género humano en peligro. el degenerado par excellence. ya que la conciencia en ellos se funde con lavoluntad. lo desdeñaríamos con menosprecio. Pero al mismo tiempo.son la perdición del fuerte. los santos son animalesherbívoros. No habríamos de desear que disminuyese el miedo de nuestros hermanos. En las guerras interminables de aquellos tiempos.

por las que hubiera que padecer una expiación amarga. todos los idealesson una cuestión de proporción. aquí el aire huele abominablemente por elsigilo. Se piensa que un tipo determinado dehombre ha de ser el hombre resueltamente mejor. Los «hombres fuertes» de mentalidad devoradora. los desesperados. y nuestro medio de adaptación en este mundo que percibimos ¿ha de ser la agresividad o lapasividad?El debate es serio. que van minando la vitalidad de la raza. el mundo que percibimos o elno visible?. ¡Si fuera otro! Estoy enfermo ycansado de lo que soy. al margen de la utilidad de su función y apartetambién de consideraciones económicas. que sólopuede darse un tipo intrínsecamente ideal de carácter humano. envenenando nuestra confianza en la vida ycuestionando la humanidad entera. de cualquier forma. la conspiraciónde aquellos que sufren contra aquellos que tienen éxito y son victoriosos. de más o menos. ¡Oh. qué sed tienen de ser los verdugos!. y todas tan pequeñas. En algún sentido y hasta cierto punto ambos mundos deben ser conocidos ytenidos en cuenta. ellos. Seria absurdo. Cada mirada suya es una queja.reivindicando esa idealidad absoluta. losmás débiles. tan deshonestas y tan dulcemente podridas.Es una cuestión de énfasis. Aquí abundan los gusanos de la sensibilidad y el resentimiento. la morbosidad en la bondad y elascetismo del santo. Toda la enemistad gira esencial-mentesobre dos ejes: ¿Cuál será nuestra esfera de adaptación más importante. por lo que no ha de saberse. sólo alcanzan a ver la podredumbre. y en el mundo que percibimos tanto la pasividad como la agresividad son necesarias. El tipo ideal ¿es el santo o el hombre fuerte?A menudo se ha pensado. En este terreno pantanoso de autocompasión florecen todas las hierbasvenenosas. el orgullo y el sentido de poder fuesen cosas viciosas en sí mismas. aquí se teje la red inacabable de las conspiraciones. El santo y el caballero o señor siempre han sido rivales. Aquellos que han nacido equivocados. y al propio tiempo suduplicidad nunca confiesa su odio a ser odiados. tan secretas.» 24 La antipatía del pobre Nietzsche es ciertamente enfermiza. pero todos sabemos lo que quieredecir y expresa bien el choque entre los dos ideales. . y me parece que incluso hoy bastantes personas lo hacen. aquí se odia el aspecto de losvictoriosos como si la salud. y lo miran con no disimulada aversión. y ambos modelos estaban de alguna manera mezclados en el idealde las órdenes religiosas militares. Según la filosofía empírica. los mal encaminados. por ejemplo pedir una definición del «caballo ideal»cuando sabemos que tirar de carros pesados. cómo le gustaría a esta genteinfligir por sí mismos la expiación. la fuerza.los adultos machos y caníbales.son nuestro peligro más grande. y no los hombres "malos" ni los serespredadores.

Ésta es laconstitución actual de la sociedad y hemos de agradecer a la mezcla muchas de nuestras ventajas.El hombre fuerte. y. La idealidad en la conducta es una cuestión de adaptación. He resumido el texto. sin depender para nada de si esta sociedad se concreta o no jamás. El santo se adaptaría perfectamente a esa sociedad. llevar niños y transportar paquetes sondiferenciaciones indispensables de la función equina. Podéis tomar lo que llamamos un animal com-pleto como una exigencia. arrogantes y estafadores. porque se adapta ala sociedad más elevada concebible. lo hace por su cuenta y riesgo. pero será inferior en algún aspecto particular a cualquier otro caballo de untipo más especializado. parág. Si no es suficientemente un hombre grande puede parecertodavía más insignificante y despreciable. he cambiado de lugar unafrase. Sus maneras pacíficas de súplicaserían positivas para sus compañeros y no habría nadie que se aprovechase de su pasividad. llegaría a ser inferior en todo. Drilte Abhandlung. 177 los miembros agresivos de la sociedad siempre tienden a ser ladrones.agradable a los hombres del presente. tendería inmediatamente a provocar que esta sociedad sedeteriorase.hacer carreras. ya que cada cosa buena se produciría sinningún desgaste. En resumen. y nadiecree que un estado de cosas como el que vivimos ahora sea el paraíso. Por lotanto.Me parece que el método que Spencer utiliza en Data of Ethics nos ayudará a perfilar nuestraopinión. 14. otros han de ser pasivos. quien haga de sí mismo un santoconvencido. Mientras tanto es posibleconcebir una sociedad imaginaria en la que no quepa la agresividad sino sólo la simpatía y la justiciacualquier pequeña comunidad de verdaderos amigos conduce a esta sociedad. por su nueva presencia. no hay nada absoluto enla santidad. Cuando consideramosabstractamente esta sociedad sería. tal como va el mundo. . Hemos de confesar que. a gran escala. el santo es abstractamente un tipo de hombre superior al de «hombre fuerte». conviene analizarlo mejor según sus relacioneseconómicas. No hemos de olvidar esto cuando al hablar de la santidad nos preguntamos siconstituye un tipo ideal de «naturaleza humana». que si hubiese permanecido en elrasero de una persona corriente.Pero si pasamos de la cuestión abstracta a la situación real vemos que el individuo santo puedeadaptarse bien o mal según las circunstancias particulares. pues. en razón de su santidad. excepto en un determinado tipo de entusiasmo combativo. si ha de existir algún tipo de orden. Una sociedad en la que todos fue-sen invariablemente agresivos se destruiría a sí misma por fricción interna. y en una sociedad en la quealgunos son agresivos. el paraíso. Pero 24 Zur Genealogie der Moral. en un caso.

nuestroexamen de la religión por el sentido común práctico y por el método empírico la deja en su lugareminente de la historia. y cada uno de nosotros ha de descubrirpor si solo el tipo de religión y la dosis de santidad que mejor concuerde con lo que -él crea que son suscapacidades y lo que piensa que es su misión y vocación más verdadera. los Franciscos. el veredicto variará según el punto de vista quese adopte. y mientras el ejemplo de un santosea fermento de la justicia en el mundo y lo estimule en la dirección de los hábitos de la santidad. Los Cromwell. su bondad. su pasión.constituye un éxito sin importar cuál pueda ser su mala fortuna inmediata. losStonewall Jackson. Su sentido del misterio de las cosas. Desde el punto de vista biológico. Los santos más grandes. y también pueden llegar a ser fermentos de un orden secular mejor. Son como fotografías con una atmósfera y un fondo. No ha"' éxito que pueda garan25 Todos conocemos a los santos . el conjunto de cualidades santas es indispensable para lariqueza del mundo.y los hombres fuertes de este mundo. puestos a su lado. Gratrys Philiip Brooks. Los grandes santos son positivos de por si. los Gordons. pero que se paraban en secocuando se trataba de la pasividad.Por lo tanto. Hallahans y las Dora Pattison. los más insignificantes son. Agnes Jones. El propio Cristo fue violento en alguna ocasión.Chammings. Moodys. demuestran que los cristianos también pueden ser hombres fuertes. loshéroes espirituales que todos conocen. Weslevs. no cabe duda. heraldos o precursores. de manera general y «en conjunto». Bernardos. comomínimo. Luteros. Sinembargo. san Pablo fue un fracasado porque fue decapitado. Pero en la casa del Padre hay muchas mansiones. todos perciben su fuerza y suenvergadura. la religión en el mundo occidental pocas veces ha sido tomada tanradicalmente que los devotos no pudiesen sazonarla con una pizca de temperamento mundano. A nivel económico. Se muestran ellos mismos y. Loyolas. se adaptó magníficamente al medio social de la historia. sonpositivos desde el principio.¿Cómo se mide el éxito cuando se dan tantos ambientes distintos y tantas maneras de considerarla adaptación? No se puede medir de manera absoluta. M. Siempreha tropezado con adeptos que podían seguir la mayoría de sus preceptos.Así pues.25 En consecuencia. seamos san-tos si podemos. irradia por encima de ellos yengrandece su contorno al tiempo que lo suaviza. 26 al margen de los criterios teológicos. parecen secos como palos y tan duros y rudoscomo bloques de piedra o trozos de ladrillo. tanto si alcanzamos un éxito visible temporal como si no loconseguimos.

35-36. pp. más allá de laduplicidad. Pero la revelación añade: funciona porque es y era . su definición lógica. sola y suficiente percepción de por qué. es estática. no emocional. nosotros simplemente llenamos el agujero con los residuos quehemos excavado. en realidad. impresosprivadamente y distribuidos por él en Amsterdam. 26 Véase el capítulo anterior. de hecho. en este nivel. o por qué no. en los añosochenta. y toda cuestión es. The Anaeshhetic Revelation ond The Gist of Philsophy. 4 es dos veces 2. en una soledad vacía de Dios. de ser algo. 184 como el ser. por lo que a ello se refiere. Xenos Clark. loque mantiene a la existencia en proceso de exfoliación? El ser formal de cualquier cosa. el la victoriosa satisfacción. la antítesis o el problema. también se impresionó con la revelación. muy llorado por quienes le conocieron. "la única. El hombre fuerte sin inteligencia. de donde viene toda nuestra inquietud. es el chulo de barrio. homólogo ensu esfera del santo poco inteligente. el boeszas o rufián. En una Ocasión me escribió: «Enprimer lugar. es todo prioridady presuposición. cada cuestión con. un filósofo que murió joven en Ambersí. La lógica. Es totalmente insípida. ¿Qué es. Nueva York. el santo.como dice Blool.» 9 9 Benjamín PAUL BLOOO. Pero al comparar a los santos con loshombres fuertes. ¿Por qué dos y dos son cuatro? Porque. Su inexorabilidad desafía todos los intentos por detenerlo o describirlo. Es una iniciación del posado". hemos de elegir individuos con el mismo nivel intelectual. siempre -demasiado tardía. Ciertamente. Elsecreto sería la fórmula por la que el "ahora" continúa estudiándose y sin embargo nunca se agota. 1874. tiene su propia respuesta. Btood -y yo estamos de acuerdo en que la reseladón es. Pormera lógica.tontos que inspiran una extrañarse de aversión. Amsterdam. sólo un impulso. no encuentra propulsiónen la vida. el presente es empujado hacía el pasado yabsorbido por el vacío del futuro. así. Bluod ha hecho diversos la teotos de esbozar la revelación anestésica en folleto» de rara distinción literaria. poseecierta superioridad.

"Podríais besar vuestroslabios y disfrutar solos -nos dice. por decirlo así.. ¿Por qué no lo intentáis de alguna manera?"»Los lectores de mentalidad dialéctica reconocen como familiar la región del pensamiento de la que habla Clark.un estímulo fundamental.y proporciona una sensación de seguridad por cómose identifica con lo primigenio y universal.. Blood describe su valor para la vida de la siguientemanera:«La Revelación Anestésica constituye la iniciación del Hombre en el Misterio Inmemorial del Secreto Abierto delSer. y nada más. Esto es así porque contemplamos la cara de larevelación con gozo. como si no pudiese ser de ninguna otra manera.]. Pero ninguna palabra puede expresar la certeza que suministra al paciente deestar verificando la sorpresa adámica primordial de la vida. y su nariz nunca atrapa sus talones porque siempre están más adelante. revelado como el Vértice inevitable de la continuidad. nos asegura que siempre llegaremos medio segundo más tarde. cuanto más la persigue. No conoce fin. Inevitable es la palabra. captó. ni por bien ni por mal. justaentonces. pero llena la percepción delo histórico y sagrado con una iluminación secular e íntimamente personal de la naturaleza y el motivo último de laexistencia. Pero en el momento de la recuperación de la anestesia. Ensu último folleto. principio ni propósito determinado [. La verdad es que hacemos un viaje que ya había terminado antes de que saliésemos.. y el fin de lafilosofía ya se ha alcanzado no cuando llegamos a. el presente es ya un resultadoinevitable y siempre es demasiado tarde para entenderlo.si conocierais el truco.].más lejos debe ir. su causa es inherente: no es por amor siodio. en la revelacióncaminas alrededor de ti mismo. antes de retornar a la vida. Tenuyson's Trances and the Anaesthetíc Revelations.«No proporciona ninguna particularidad de la multiplicidad y la variedad de las cosas. se vuelve algo que no tiene nada de especial -tan anticuada ytan parecida a los proverbios que inspiran alegría más bien que temor. un fuego del proceso eterno en elmomento de comenzar. El sujetorecupera su conciencia normal para recordárselo parcial e irregularmente lo que ha ocurrido y para intentar formular susignificación misteriosa. Sería perfectamente fácil si permaneciesen allí mientras vosotrosdabais una vuelta a su alrededor. con sólo este pensamiento consolador: . La filosofía ordinaria es como un perro en pos de su propia cola. Así. que entonces parece reminiscente como si hubiese aparecido o aparecerá propósito determinado [. ni por pena o alegría.«Aunque al principio sorprende por su solemnidad. sino cuando quedamos en nuestro destino (estando ya allí) cosa quepuede suceder inclúso en esta vida cuando dejamos de hacer preguntas. un retazo de mis talones..»La repetición de la experiencia siempre resulta igual.

y encontrardespués que al fin y al cabo no había tenido ninguna revelación. el significado o el destino de la raza..»La moraleja es de seguridad primordial: el Reino está en nosotros. Sé -por lo menos he conocido el significado de la existencia: el corazónsano del universo -a la vez maravilla y seguridad del alma. El astrónomo reduce la coleccióndesconcertante de cifras incrementando la unidad de medida: así podemos reducir la gran multiplicidad de las cosas a launidad por la que cada una permanece.. en la primera mención impresa que hice declaraba: "Elmundo ya no es ese terror ajeno que me habían enseñado. Despreciando las almenas ennegrecidas de nubes donde Isacepoco los truenos de Jehová retumbaron. Pensé queestaba cerca de la muerte cuando. alternándose con la oscuridad. De repentesalté de la silla donde estaba sentado y grité: "Es demasiado horrible.para el cual el discurso de la razón no tiene ningún otro nombreque Revelación Anestética. veintisiete años después de esta experiencia. porque no podía soportar aquella desilusión. haber sentido en aquel largoéxtasis de visión sin tiempo a Dios. persiste la pregunta . y poseía una penetrantevisión de lo que pasaba en la habitación a mi alrededor. en toda su pureza. No puedo describir el éxtasis que sentí. y el nuevo sentido de mi relación col Dios fue desapareciendo. al principio me sentía en un estado de total turbación."»Y ahora.» He resumido considerablemente la cita. mi gaviota gris levantó su vuelo hacia el atardecer y avizora las oscuras leguas sinmiedo. por así decir.. de repente.. está más allá de la instrucción sobre "cosasespirituales". el antiguo sentido de mi relación conel mundo comenzó a volver. palpándome.que ha conocido la verdad más antigua y que ha terminadocon las teorías humanas sobre el origen. Losentí derramándose sobre mí como la luz.después llegaron los relámpagos de luz intensa. sino que una excitación anormal de micerebro me había engañado. verdad y amor absoluto. pero no puedeexistir ningún propósito climatérico de eternidad ni ningún esquema de conjunto. Después. esdemasiado horrible". Entonces me eché al suelo y al finaldesperté cubierto de sangre y gritando a los dos cirujanos (que estaban aterrados): "¿Por qué no mehabéis matado? ¿Por qué no me habéis dejado morir?" Pensadlo bien.»Sin embargo. mientrasme iba despertando gradualmente de la influencia de la anestesia. pero carecía de sensación táctil. el ala es más gris pero el ojo todavía no conoce el miedomientras redacto y recapitulo aquella declaración.»Éste ha sido mi soporte moral desde que conocí todo esto. A. con una realidad presente personal e intensa. es demasiado horrible. ternura. Todos los días son el día del juicio. Symonds. También relata unaexperiencia mística con cloroformo:«Cuando el ahogo y la asfixia pasaron. mi alma se apercibió de Dios. que estaba tratandoconmigo manifiestamente. 185 ¡Esto suena a mística religiosa genuina! Acabo de citar a J.

pp. mente a mi vuelta en mí. Sentí mi inflexíblildad y mi impotencia y supe que lo conseguiría. . como una rueda en un rail. una mujer bien dotada. también resumida. 78-80. Me trastornó por medio de mi herida. parecíame estar a lospies de Dios y pensé que si estaba quebrantando su propia vida por mi dolor. cosas que nadie podría recordar en su sano juicio. aunque en palabras puede que no quede claro. tomó éter para una operación quirúrgica.hiriéndome más de lo que habla sufrido en mi vida y en et punto más agudo. y recuerdoque. con todas sus fuerzas. y queprobablemente habría muerto. Añado.¿es posible que la percepción íntima de la realidad quesucedió cuando mi carne estaba muerta a las impresiones exteriores y al sentido ordinario de lasrelaciones físicas. y en vista de lo que estaba sintiendo.»Un gran Ser o poder cruza el cielo con los pies en una especie de luz. comprendí en 'nomomento cosas que ahora he olvidado. no fuese un engaño sino una verdadera experiencia? ¿Es posible que en aquelmomento yo sintiese lo que algunos santos dicen que siempre han sentido. otra revelación ansitética interesante que me comunica un amigode Inglaterra. lo inadecuado de este dicho me chocó tanto que dije en vozalta "sufrir es aprender". El ángulo era obtuso. la indemostrable peroirrecusable certeza de Dios?» 10 10 Op. Vi entonces que lo que estaba intentandonacer. resumido. recluida cada pequeña penainsignificante. Esto era lo que todo ello significaba.»Con esto volví a quedar inconsciente y mi último sueño precedió inmediata. era cambiar su curso. siendo yo uno de ellos.»Él se fue y yo retorné a mí. torcer la línea de luz a la que estaba ligado en la dirección que éldeseaba. en aquel momento toda mi vida pasó delante de mi. Se movía en línearecta y cada parte de la línea o fulgor le repetía en su corta existencia consciente que había de avanzar. y las comprendí todas. El sujeto. Laluz estaba compuesta por los espíritus innumerables cercanos los unos a los otros. cit. al despertar.«Me preguntaba si estaba siendo torturada en la prisión y por qué recordaba que había oído decir que la gente"aprende del sufrimiento". Sólo duróunos cuantos segundos y fue máximamente vivido y real.. y éste era su camino. cuando él pasó vi claro. pensé que si lo hubiese hecho recto o agudo yo habría sufrido más y "visto" todavía más.

en un lecho junto a la ventana. elfenómeno no es poco frecuente. cité en la conferencia sobre la realidad de lo novisible. sobre la comprensión repentina de la presencia inmediata de Dios. Entonces escuché una respuesta: "conocimiento y Amorson Uno. y la medida es el sufrimiento." Reproduzco las palabras tal como las percibí. le penetra una comprensión muy vívida yvital de su unidad con este Poder Infinito. me pregunté por qué. "Domine non sum digna". Así y todo. o de lo que yo sería capaz de desear.que me ha referido que muchas veces. una ventana cualquiera de 186 Con esto conectamos con el más puro y simple misticismo religioso. mi primer sentimiento fue. porque habla sido elevada a una posición parala que me Sentía demasiado pequeña. según recordaréis. De una forma o de otra. o un cartucho cuando dispara. no viel propósito de Dios. aldespertar. Yo era el medio para quenuestro Señor se expresara.«Conozco un oficial de policía .cuando ha terminado el servicio y vuelve a casa por la noche. sólo su intención y su absoluta implacabilidad respecto a sus medios. de tan feliz y exultante comoqueda a causa de esta corriente que interiormente. 12 . y todo esto en la exacta medida de mi capacidad de sufrimiento. y el Espíritu de Paz infinita le inunda y lo llena de tal maneraque parece que sus pies difícilmente puedan quedarse sobre el pavimento. sólo su implacabilidad. no sé qué ni a quién. No pensaba en ml más de lo queun hombre piensa sobre Si le herirá el corcho cuando abre una botella de vino.escribe mister Trine.ésta era la obra que todo contribuía a hacer. Me di cuenta de que en aquella media hora bajo la influencia del éter había servido aDios más concreta y puramente que nunca antes en mi vida. habiendo caminado tan adentro no había percibido nada delo que los santos llaman el amor de Dios. La pregunta de Symondsnos devuelve a los ejemplos que.»Mientras volvía a la conciencia. con lágrimas.» 11 Ciertos aspectos de la naturaleza parecen tener un poder peculiar de despertar tales estadosmísticos. Volví finalmente en mí (a lo queparecía un mundo de sueños compasado con la realidad que abandonaba) y vi que lo que podía ser llamado la causa de miexperiencia era una sencilla operación con éter insuficiente.

el exceso de lo que el "profeta" o genio paciente pagasobre lo que obtiene. diciendo: “Les darás eso. sobre Lavey. finalmente. la literaturaha consagrado este hecho en múltiples pasajes de singular belleza -por ejemplo. y justo cuando regresa tambaleante. moribundo y satisfecho. llevando dinero para comprar grano. al salir el sol. sin embargo. este fragmento del Journal Intime de Amiel:«¿Nunca volveré a tener alguno de aquellos prodigiosos ensueños que tenía antaño? Un día. el exceso de lo que vemos sobre lo que podemos demostrar. Tomo la cita de la colección de manuscritos de Starbuck:«Nunca perdí la conciencia de la presencia de Dios hasta que estuve al pie de las cataratas de Horseshoe. 137. es palabra demasiado sugerente. ha . También me perdí yo mismo.de hacer lo que hace.") También percibí. cuando se alcanzan las ciudad en una calle de ciudad cualquiera.» 11 In Tune with the Infinite. (como quien se mata trabajando por ganar lo suficiente para salvar a un distrito de morir de hambre. también de la colección de Starbuck. la pasividad del genio que como es esencialmente instrumental e indefenso. inmortales y cosmogónicos. pero para mí constituyen verdadesoscuras y el poder de traducirlas a palabras como éstas se me dio en un sueño de éter. 12 El dios mayor puede tragarse al más pequeño. eso es todo lo que has ganado para ellos. sobre la costa pedregosa del mar del Norte. sentado en las ruinas del castillo de Faucigny.Entonces la perdí ante la inmensidad de lo que veía. reflejo. al pie de un árbol y con la compañía de tres mariposas.La mayoría de los sorprendentes casos que he recogido han ocurrido en la calle. Niágara. y los momentos de los que hablo . enmi juventud.»Añado otro caso similar. porla noche. bajoel sol de mediodía.«En aquel tiempo. de nuevo.»¡Y así sucesivamente! Estas cosas pueden parecernos mentiras o trivialidades. diría. Sintiendo que era un átomo demasiadopequeño para que Dios me percibiese. más omenos diría:»La necesidad eterna del sufrimiento y su dependencia eterna. mi espalda sobre la arena y mi vista vagando porla Vía Láctea. otro día en las montañas. la conciencia de la proximidad de Dios vino a ml Vanas veces. Si hubiese de formular algunas cosas que entreví en aquel -momento. Una presencia. El resto es para Mí. ¡ensueños grandiosos y dilatados. p. Digo Dios para describir lo que no sepuede describir. Dios se lo quita y sólo ledeja una moneda.la imposibilidad de descubrir nada sin pagar su precio.de manera que nunca podré olvidar. La naturaleza velada e incomunicable de los peoressufrimientos.

de los ajustes motores que normalmente median entre el fondo constante de la conciencia (que es el Yo) y elobjeto en primer plano. Ethel D. PUFFER explicaque la desaparición del sentido del yo y la sensación de unión inmediata con el objeto se debe a la pérdida en esas experiencias. etc. tranquilo y profundo comoel del océano. aunque fracasa en lo que respecta al éxtasis o al voleo de la revelación de la experiencia para elindividuo en cuestión. y ahora sé realmente lo que es la plegaria. Sentía que rezabacomo nunca lo había hecho. símbolo del infinito. En los años que siguieron. pero algo en mí me bacía sentir parte de algo más grande que yo. los insectos. fuiimpelida a arrodillarme. que me sentíainfeliz de que la percepción no fuese constante. los árboles. con la Naturaleza toda.. los pájaros. liberándome yreconciliándome. instantes de intuición irresistible en losque uno siente su yo inmenso como el universo y tranquilo como Dios. y de nuevo ahora. que me parece ilumina lasvariedades psicológicas. Estabaexultante por el simple hecho de la existencia. sea el que fuere. respira con un aliento.Malwida von Meysenburg:«Estaba sola en la costa cuando todos estos pensamientos huyeron sobre mi. LXXX. publicado en The Atlantic Monthly (vol. horas estáticas en las que nuestro pensamientovuela de mundo en mundo.» Los casos citados en la tercera conferencia son todavía ejemplos mejores. penetra el gran enigma.. cuando se posee el infinito! Momentos divinos. Me sentía uno con la yerba. 195). ¡Qué horas. sereno y sin límites como el firmamento azul.nocontenían la conciencia de una personalidad. las sombras de las nubes. arrodillarse . pero los buscabaconstantemente. de ser una parte de todo aquello -la suave lluvia. esos momentos -continuaron apareciendo. que mecontrolaba a su vez. conocía tan bien la satisfacción de abandonarse en una percepción de poder y amor supremo. p.» 13 Éste es un relato parecido. lostroncos de los árboles. volver de la soledad de laindividualización a la conciencia de la unidad con todo lo que el. esta vez delante del ilimitable océano. como si fuesenvisitas del Espíritu Santo.. 187 estrellas. tomado de las memorias de aquella idealista alemana tan interesante.En su ensayo The Loss of Personality. He de remitir al lector al artículo altamente instructivo. qué recuerdos!Los vestigios que dejan son suficientes para llenarnos de desconfianza y entusiasmo. como otra vez tiempo atrás en los Alpes del Delfinado..

. de la totalidad de esta multiplicidad. 116.Prontamente surge y se expande en mí la paz y el conocimiento[que supera todos los argumentos de la tierra.. de esta orgía de disparates e inconcebible forjadora de creencias einestabilidad general que llamamos el mundo..Y sé que el espíritu de Dios es el hermano del mío. Durante muchos años fue incapaz de rezar. sin argumentos. cd. el murmullo de tu voz aterciopelada. 1900."» 14 El conocido fragmento de Walt Whitman es una expresión clásica de este género esporádico deexperiencia mística: «Creo en ti. en el tiempo y en elespacio.Y una simple sobrequilla de la creación es amor. Una visión del alma de la clave divina y trama oculta que sostiene todo elcúmulo de cosas. sean triviales o trascendentales. una transparente mañana[de verano. La tierra.. cit.aparte del simple intelecto.Y sé que la mano de Dios es la promesa de la mía.Solaza conmigo en la yerba. y parecía que oyese su bienvenida: "Tú también perteneces a lacompañía de aquellos que triunfan. Era como si el coro de todos los grandes hombres que han existido estuviese sobre mí. a menudo incluso sin lo que se llama educación (aunque yo lo considero el fin y elpunto culminante de toda educación que merezca tal nombre).. 14 Memoiren einer Idealistin.Y las mujeres. un algo maravilloso quese da Cuenta perfecta. debido a creenciasmaterialistas. de una intuición del equilibrio absoluto. mis hermanas y amantes. I. el mejor optimismo . 5a. 43-44. en la configuración de cada identidad humana superior. p. 15 En otro lugar. Whitman expresa de una manera más serena lo que probablemente fue una percepción mística crónica:«Hay -escribe.Sólo me gusta la calma.Y que todos los hombres que han nacido son también mis[hermanos. III. libera el freno de tu garganta. Recuerdo cómo yacimos una vez. como un perrosujeto por la mano del cazador. el cielo y el mar resonaban como en una vasta armonía que abarcaba elmundo. De esta visión del alma y raíz fundamental para la mente. alma mía.siendo mortal y levantarseconto inmortal. pp.» 15 13 Op. Yomisma me sentía uno de ellos.. toda la historia en el tiempo y todos los acontecimientos.

174. que es una vida cuyas experienciasespirituales son reales para su poseedor. sentí que estaba en el Cielo -un estado interior de paz. acompañado de la sensaciónde estar bañado de un cálido fulgor de luz. Nos despertamos para constatar quesólo eran sueños.«La vida espiritual se autojustifica ampliamente para aquellos que la viven. pero ¿qué podemosdecir a quienes no entienden? Podemos decirles. hasta que llegué a casa y durante algún tiempo después. Trevor: 16 «Una clara mañana de domingo.»El escritor añade que por el hecho de haber tenido otras experiencias de tipo similar las conocebien.» Whitman acusa a Carlyle de carecer de esta percepción. a causa de la iluminación en medio de la cual parecía estar yo. Filadelfia. Me fue imposible acompañarlos -dejar el sol de las montañas y bajar a la capilla habríasido un acto de suicidio espiritual.sólo explica lasuperficie. Durante casi una hora caminé por la carretera hastael "El gato y el violín". conel perro y el bastón. de repente. alegría y seguridad indescriptiblemente intenso. Estasexperiencias más elevadas que yo he tenido de la presencia de Dios han sido raras y fugaces -relámpagos de conciencia que me han empujado a exclamar con sorpresa: ¡Dios está . como si la condición externa hubiese producido el efectointerno. aunque la escena a mi alrededor era más claray como más cercana a mí que antes. Con el encanto de la mañana y la belleza de las cumbres y losvalles pronto perdí la sensación de tristeza y pesar. en tanto que yo. súbitamente. p. 188 Fácilmente podría aducir más ejemplos. pertenece a la Autobiografía de J. mi esposa y los niños fueron a la capilla unitaria deMacclesfield. dejé que mi esposa y los niños bajasen a la ciudad. pero con uno será suficiente. al menos. 1882. porque permanecen cuando se acercan a las realidadesobjetivas de la vida. Los sueños no pueden soportar esta prueba. los delirios de una mente sobreexcitada no pasan tampoco esta prueba. con resignación y tristeza. Estaprofunda emoción duró. Tenía tanta necesidad de nueva inspiración y expansión en mi vidaque.y desapareció gradualmente. una sensación de haber ido más allá del cuerpo. subí más arriba. Specimen Days and Colleet . aunque disminuyendo. En el camino de vuelta.

de la vida y del orden del universo. o simplesintuiciones menos intensas que desaparecen gradualmente. «La concienciacósmica en sus ejemplos más sorprendentes no es simplemente una expansión o extensión de la menteautoconsciente con la que todos estamos familiarizados. más sana y más profunda. Un psiquiatra canadiense. por sí sola. A esto se une un estado de exaltación moral. Lo que buscaba conuna determinación -absoluta era vivir intensamente mi propia vida. pues son experiencias que han explicado. y una activación del sentido moral que es porentero sorprendente y más importante que el poder intelectual incrementado.»«La característica fundamental de la conciencia cósmica es una clara conciencia del cosmos..aquí!. M. 17 Op cit . Junto con la conciencia del cosmos se produce unailuminación intelectual que. y de la profundaimpresión que dejan en aquellos que los viven. sino que posee la añadidura de una funcióndiferente de todas las que posee el hombre medio. 256-257. en la misma medida que la autoconciencia esdiferente de cualquier función que posea alguno de los animales superiores. unasensación indescriptible de elevación. Bucke. versión resumida. y yo me daba cuentade que estaba inmerso en el océano infinito de Dios. contra lo que yo sabía que era cl juicio adverso del mundo. No las buscaba. el doctor R. Cuando las experimenté estabaviviendo la vida más plena. y no los he mencionado a nadie por miedo a estar construyendo mi vida sobre merasfantasías de la imaginación. De hecho. Con esto se alcanza lo quepuede llamarse el sentido de la . es 16 My Quest for God. pp. justificado yunificado todas las experiencias pasadas y toda la evolución anterior. 189 decir. 268-269. pero encuentro que después de todas las pruebas y análisis. de júbilo y alegría. da alos fenómenos más distintamente caracterizados el nombre de conciencia cósmica. como estados de conciencia de una calidad completamente específica. hoy son lasexperiencias más reales de toda mi vida. Londres. He cuestionado severamente el valor detales momentos. Pp.» 17 Incluso et menos místico de vosotros ha de quedar convencido de la existencia de momentosmísticos. podría situar al individuo en un nuevo plano de la existencia -loharía incluso miembro de una nueva especie. 1897. su realidad y susignificado de mayor alcance van siendo más claros y evidentes. más fuerte. Versión resumida. Fue en horas tan reales cuando vino la Presencia Real.

que el orden cósmico es talque. Hemos de pasar. sino que por el contrario constituye una presencia viva. No era la convicción de que alcanzaría la vida eterna. sin aviso de tipo alguno. tal como se presentaesporádicamente. en mi mente. De súbito. mimente. las imágenes y las emociones fluyesensolas. momento pensé que había fuego. Quedaba un largo viaje en cabriolé hasta mi alojamiento. a largo plazo. estaba tranquila y en calma. a su cultivo metódico . Entre otras cosas. imágenes y emociones que me provocó la lectura y laconversación. más tarde pensé que el fuego estaba dentro de mí. es el que llamamos amor. Inmediatamente mesobrevino un sentimiento de alegría de felicidad inmensa acompañada o seguida de una iluminaciónintelectual imposible de describir. sino la conciencia de que la posee ya. vi que todos los hombres son inmortales. todas las cosas trabajaban juntas por el bien de todas y cada una de ellas. de todos los mundos. sino laconciencia de que ya la poseía. con dos u leyendo y discutiendo de poesía yfilosofía.me hice así consciente de la vida eterna. Nos separamos medianoche. una inmensa fogata en algúnlugar cerca de la ciudad. esta convicción. nopensaba en realidad sino que dejaba más bien que las ideas.inmortalidad. puedo decir esta conciencia. y que la felicidad de cada uno y detodos es. Había alcanzado un punto de vista desde el cual percibía que debía serverdad.» 19 Por ahora hemos visto bastantes cosas sobre esa conciencia cósmica. sin duda. Esta visión. pues. no llegué plenamente a creer sino que vi que eluniverso no está compuesto de materia muerta. nunca se ha perdido ni tan siquiera enmomentos de profunda depresión. absolutamente segura. Ha publicado su conclusión en un volumeninteresantísimo del que tomo el siguiente relato de lo sucedido:«Había pasado la velada en una gran ciudad. pero surecuerdo ha permanecido durante el cuarto de siglo que ha pasado desde entonces. por decirlo así. Sabía que lo que memostraba la visión era cierto. una conciencia de la vida eterna.» 18 Lo que llevó al doctor Bucke a investigar las experiencias de los otros fue su propia vivencia deun ataque característico de conciencia cósmica. no una convicción deque la alcanzará. Me hallaba en un estado de goce tranquilo. que el principiobásico del mundo. La visión duró algunos segundos y desapareció. bajo la profunda influencia de ideas. Por un. me encontré envuelto en unanube del color de las llamas. casi pasivo.

Aprende encendidamente. Significa la unión experimental del individuo con la divinidad. p. 7-8. Filedelfia.. entra en la condición llamada samádhi. libre de desazones.como un elemento de la vida religiosa. libres. 2.Hindúes.. hay otraactividad por encima de la conciencia misma que no está acompañada del sentimiento de egoísmo. inmortales. budistas.tal como somos verdaderamente. Así como la actividad inconsciente se produce por debajo de la conciencia. y «se encara con hechos que ningún instinto o razón podrá conocer nunca».. Mi cita sigue el folleto impreso privadamente que precedió a la obra más conocida del doctor Bucke ydifiere literalmente un poco del último texto. liberados de lo finito y desus contrastes entre el bien y el mal e idénticos con el Abtman o Alma Universal. el ejercicio de la visión mística ha sido conocido desde tiempos inmemoriales conel nombre de yoga.Todos los pasos del yoga están pensados para transportarnos científicamente al estado superconsciente 18 Cosmic Consciousness: a study in the evolution of the human Mínd.. un estadosuperconsciente. El yogui o discípulo que por esos mediossupera suficientemente las opacidades de su naturaleza inferior. la postura.» 20 Los . la concentración intelectual y la disciplina moral.. y la mente actúa sin deseos... sin objeto. omnipotentes.. y que cuando alcanza el estado superior llega ese conocimiento más allá de la razón. 1901. pp. cit.En la India.«Que la mente posee un estado de existencia superior más allá de la razón. Noexiste ningún sentido del yo. 19 Loc. 190 o samádhi. Laverdad entonces brilla en todo su fulgor y nos conocemos -ya que el samádhi es potencial en todosnosotros. Está basado en elejercicio perseverante y los diferentes sistemas que lo enseñan varían ligeramente la dieta. musulmanes y cristianos la han cultivado metódicamente. larespiración. sin cuerpo.

un profeta. esempírica: sus consecuencias han de ser positivas para la vida. 21 Los budistas. definitivamente se detiene».pero que entonces es impura. Los cristianos sabemos pocas cosas delsufismo. convertido en un sabio. ya que sus secretos sólo se revelan a los iniciados. se ha sugerido que el sufismodebe haber sido inoculado al Islam por influencias hindúes. Cuando un hombre sale del samádhi nosaseguran que permanece «ilustrado. y como su panteísmoes tan diferente del cálido y rígido monoteísmo de la mentalidad árabe. todo su carácter hacambiado. también su vida ha cambiado. su prueba de pureza. se ha iluminado». Incluso se mencionan estadossuperiores de contemplación -una región en la que no existe nada y donde el mediador exclama: «Noexiste absolutamente nada»-.vedantas afirman que se puede alcanzar la superconsciencia esporádicamente. 22 En el mundo mahometano la secta sufí y varias escuelas derviches son los poseedores de latradición mística. El primer estado ocurre mediante la concentraciónde la mente en un punto determinado. No pueden serlas facultades que nos resultan tan familiares en la vida inferior). utilizaban la palabra samdhi. En la tercera fase desaparece la satisfacción y comienza la indiferencia. la autoconciencia y la memoria alcanzan laperfección (lo que «memoria» y «autoconciencia» significan en este contexto es dudoso. y se detiene. En la cuarta fase la indiferencia. pero no el criterio ni el discernimiento: todavíaes intelectual. pero su expresión específica paralos estados superiores de contemplación es dhyána. Esto parecería cuando menos el Nirvana o unaaproximación tan completa como la vida permite. Entonces alcanza una nueva región donde afirma: «No hayideas ni ausencia de ideas». En la segunda fase la función intelectual se disuelve y queda satisfecho el sentido deunidad. excluye el deseo. Los sufis existieron en Persia desde los tiempos más antiguos. junto con la memoria yla autoconciencia. como los hindúes. Después otra región donde «habiendo alcanzado el fin dela idea y de la percepción. un santo. y vuelve a parar. sin disciplina previa. como la muestra del valor de la religión. .

teólogo y filósofo persa que vivió y floreció en el siglo XI y que es uno de losdoctores del islamismo. Karl KELLMER. Yoga Vasista Maha Ramayana. 23 Para un relato completo. 1986. Calcuta.. Por la sujeción desus impulsos y propensiones a su voluntad y la fijación de ésta en el ideal de bondad. . y II. te convierte en un "carácter". la ausencia de confesiones estrictamente personales constituye ladificultad más grande para el estudioso escrupulosamente literario que quiere conocer las interioridadesde otras religiones que no sean la cristiana. Munich. llega a ser una "personalidad" que losOtros no pueden perturbar. Yoga: Eine Skizze. 22 Sigo el relato de C. 21 Un testigo europeo. dice: «Hace de sus verdaderos discípulos hombres buenos. Die Religion des Buddha. 1857. Sorprende que un género de libro tan abundante entre nosotros esté tan pocorepresentado en otros lugares.Schmölders ha traducido una parte de la autobiografía de Al-Ghazzali al francés: 23 «La ciencia de los sufis -dice el autor musulmán. The Life of Al-Ghazzadi.Al-Ghazzali. después de comparar cuidadosamente los resultados del yoga con aquellos que los estados hipnóticoso fantásticos pueden producir artificialmente.aspira a desligar el corazón de todo lo que no 20 Las citas son de VIVEKANANDA. y es casi lo opuesto de lo que nosotros imaginamos que ha de ser un "médium" o un sujetohipnotizante"». 1896. y Journal of the American Orientat Society. KOEPPEN. ha dejado una de las pocas autobiografías que encontrarse pueden fuera de laliteratura cristiana.Para otorgarle cierta vitalidad a suexistencia citaré un documento musulmán y dejaremos el tema por el momento. 21. La más completa fuente de información sobre el yoga esla obra que tradujo Vihari Lala Mitra. MACDONALD. 4 vols. sanos y felices [..Por el dominio que el yogui alcanza de sus pensamientos y de su cuerpo. p. p. I. 1891-1899. Berlín. Raja Yoga.]. F. véase B.. 585. Londres.

XX. distribuyendo el resto. 71. cayó enfermo con unaparálisis de la lengua. consciente de mi propia debilidad y habiendo abandonadocompletamente mi voluntad. vol. como responde al infeliz que le invoca. finalmente.y estar efectivamente embriagado. Al considerar mi enseñanza. que no lo está. el tranceespiritual y la transformación del alma. aprendiendo a purificar mi alma. Entonces reconocí que todo aquello que pertenece exclusivamente a su método es justamente loque ningún estudio detallado puede comprender. encontré que era impura ante Dios. con sus causas y condiciones. Respondió. la diferencia entre conocer lasdefiniciones de salud y plenitud. p. he leído hasta entender todo lo que puede aprenderse por el estudio y de lo que la gentedice. Mi corazón ya no encontró másdificultades para renunciar a la gloria.1899. Sin duda. Quédiferente es saber en qué consiste la embriaguez . (Aquí sigue un relato de sus meses de dudahasta romper con sus condiciones de vida en Bagdad y cómo. De manera similar existe cierta diferencia entre conocer la naturalezade la abstinencia y ser abstinente o haber desligado el ahlia del mundo.) Entonces. Qué grande es. Fui a Siria.en tanto que un estado ocasionado por un vapor quese eleva desde el estómago. Ya que la teoría me es más fácilque la práctica. mientras que el médico. acudí a Dios como un hombre angustiado que no tiene ningún otrorecurso. pero lo que quedaba no podía aprenderse por el estudio ni de oídas. sabe muy bien en qué consiste y cuáles son lascondiciones que le predisponen. el hombre que bebe noconoce ni la definición de embriaguez ni lo que la hace interesante para la ciencia. 191es Dios y a darle como única ocupación la meditación del ser divino. sino que sólo puede alcanzarlo el éxtasis. dondepermanecí casi dos años sin otra ocupación que la de vivir retirado y sólo pugnando con mis deseos. De manera que dejé Bagdad y reservé de mifortuna sólo lo que era indispensable para mi subsistencia. Me vi luchando con todami fuerza por alcanzar la gloria y por difundir mi nombre. a preparar micorazón para la meditación. todo según .«l reflexionar sobre mi situación me encontré atado por todas partes por multitud de lazos ytentaciones. y estar realmente sano y satisfecho.sino solamente abandonando el alma propia al éxtasis y llevando una vida piadosa. por ejemplo.combatiendo mis pasiones. la salud y mis hijos. a perfeccionar mi carácter. Así aprendí lo que las palabraspueden enseñar sobre el sufismo. Cuando está bebidono sabe nada.

se me concedió percibir en uninstante cómo todas las cosas son percibidas y contenidas en Dios. los asuntos familia-res. No las percibí en su forma propia y.]. Puede estar seguro de su existencia.. conservo la esperanza de alcanzar este estado. exceptoen escasas horas singulares.. y adecuarlo además a la meditación. la visión fue tansutil y delicada que el entendimiento no pudo alcanzarla [. delante de ellos mismos.»Quien no ha tenido la experiencia del éxtasis no conoce de la verdadera naturaleza delprofetismo nada más que el nombre. Pero las vicisitudes de los tiempos. tal como había leído. La siguiente clave de la vidacontemplativa consiste en la humilde plegaria que escapa del alma ferviente y en la meditación sobreDios. y pasé diez años en esta situación. Dios acercó el 195 Algo similar cuenta santa Teresa: «Un día. Cada vez quelos contratiempos me desencaminaban. La primera condición paraun sufi es purificar su corazón de todo aquello que no sea Dios. bien sean internos oexternos.» 31 .«Este retiro aumentó mi deseo de vivir en solitario y de completar la purificación de micorazón. y están iluminados por la luz que proviene de la fuente profética.Oyen sus voces y obtienen sus favores. Tuve la certeza quelos sufis caminaban por el camino de Dios. Pero. cambiaron en algunos aspectos mi primera resolución e interfirieron misplanes para una vida por entero solitaria. Las intuiciones y todo lo que precede son.].por decir así. Entonces el éxtasis cubre desde la percepción de formas yfiguras hasta un grado que escapa a toda expresión y que ningún hombre puede intentar explicar sinque sus palabras comporten pecado. Así como hay hombres dotados sólo de la facultad sensitiva que rechazan yevitan lo que se les ofrece en la forma de objetos de puro entendimiento. Duranteeste aislamiento se me revelaron cosas que son imposibles de describir o señalar. intentaba volver. a los ángeles y las almas de los profetas.no obstante. por experiencia propia y porlo que oye decir a los sufis. sin embargo. todo eso apenas es el comienzode la vida sufi.. la necesidad de subsistir. Desde el principio las revelaciones tienen lugar enforma tan evidente que los sufis ven. el umbral para aquellos que entran. la visión que tuve era de gran claridad y quedó impresa vívidamente en mi alma. Un hombre ciego no puedeentender nada de los colores salvo lo aprendido por narraciones y de oídas. y su fin es la total compenetración con Dios. tanto en sus actos como en su quietud. Fue unade las señales más importante que entre todas sus gracias el Señor me concedió [. Sin embargo.los métodos de los sufis. estando en oración. en la que el corazón queda por entero sumido. en realidad. también hay hombresintelectuales que rechazan las cosas percibidas por la facultad profética. Nunca me he encontrado completamente en éxtasis..

33 pero constituye un placer demasiado sutil y penetrante para ser expresado en palabrasvulgares. Tanto el intelecto como los sentidosdesfallecen en los estados superiores del éxtasis: «Si nuestro entendimiento comprende -dice santaTeresa.] y ahora.» 34 En la adición llamada raptus o éxtasis por losteólogos. Por miparte. las referencias a la ebriedad y a la uniónnupcial figuran en la fraseología mediante la que se simboliza. no se entiende lo que se hace. estascondiciones patológicas han existido en muchos y posiblemente en todos .Para la ciencia médica. Es evidente que implica indirectamente sensibilidades orgánicas quelo permitan. tales éxtasis tan sólo significan estados hipnóticos inducidos e imitados. como he dicho. Las llamadas de Dios. 32 La exquisitez de algunos de esos estados parece encontrarse más allá de todo lo conocido através de la conciencia ordinaria.»Todavía en otra ocasión le fue dado a santa Teresa ver y entender de qué modo la Madre deDios había sido admitida en el lugar que ocupa en el cielo.cuando pienso en la Santa Trinidad. ya que de ello se habla como de algo demasiado extremo para ser soportado y al límite deldolor físico. o escucho que se habla de ella. Nada como leer las descripciones de santa Teresa y lasprecisiones exactas que hace para persuadirse de que no se está tratando con experiencias imaginariassino con fenómenos que. Melo hizo ver tan claramente que me sentí tan extremadamente confundida como confortada [. reproducen modelos psicológicos perfectamente definidos.Sigue diciendo que era como si la Deidad fuese un diamante enorme y extremadamente límpidoen el que todas nuestras acciones se encontraban contenidas de manera tal que su pecadora esenciaaparecía más evidente que nunca.sobre una base intelectual de superstición y otra corporal de degeneración e histeria. aunque raros. Un día.. las heridas de su lanza.es de una forma que le es desconocida y no puede entender nada de lo que comprende. mientras recitaba el Credo de san Atanasio:«Nuestro Señor me hizo comprender de qué manera Dios puede habitar entre las personas. entiendo cómo las tres personasadorables forman un solo Dios y experimento una felicidad inenarrable. Sin duda. Confiesoque todo esto es un misterio en el que estoy perdida. explica. la respiración y la circulación se encuentran tan menguadas que los doctores se cuestionan siel cuerpo no quedará separado del alma.. yo no creo que comprenda nada porque.

Para emitir un juicio espiritual de estados tales. Muchos otros que vivieron en éxtasis habrían muerto de no ser por el cuidado que les dispensaronsus discípulos y admiradores. p. que llevaron el hábito del éxtasis tanlejos como cualquier otro haya podido llevarlo. XI). Los grandes místicos españoles. cap. no debemos contentarnos con la terminología médica superficial. Una sola de ellas puede ser suficiente para abolir de unsolo golpe . Este vivir «en otro mundo» favorecido por la conciencia mística hace queesta superabstracción de la vida práctica tenga una particular tendencia a presentarse en místicos 31 Vie. La estupefacción no parece del todo ausente comoconsecuencia. 574. pp. pero su misticismo hizo de él uno de los grandes hombres de acciónmás poderosos que nunca existieron. parecen haber mostrado.añade . si consideramos los trances en los que se deleitaban. habla de cómo «penetran en la médula delos huesos mientras que los placeres terrenales sólo afectan a la superficie de los sentidos. un espírituy una energía indomables. Sextamorada. 581-592. pero este hecho nonos dice apenas nada sobre el valor para el conocimiento de la conciencia que inducen. pero en las mentes y caracteres fuertesencontramos resultados opuestos. 32 Loc. I.San Ignacio fue un místico. sinoque debemos inquirir sus resultados para la vida. cap. 33 Santa Teresa distingue entre el dolor en el que el cuerpo participa y el dolor puramente espiritual (Castillo interior.Parece que sus frutos han sido diversos. 196 dotados de un carácter natural pasivo y un intelecto débil. Quinta morada. 34 Vie.que ésta es unadescripción justa y no puede hacerlo mejor». En lo que respeta a la parte corporal de estos gozos celestiales. Pienso . p. la mayoría de ellos. cit.los casos.. recordaréis la impotencia de la pobre Margarita María Alacoque en la cocina y en elaula. nos dice que:«La enriquecen de manera maravillosa. 198. San Juan de la Cruz al escribir sobre las intuiciones y los «toques»por los que Dios penetra en la sustancia del alma.

durante toda su vida. obediente a los deseos del alma. harían más bien en un solo día que el que harían en diez años si laconservan [. que se preocupan por estos momentos honorables por los queahora ella siente un profundo menosprecio. todo lo que sentiría sería el más vivo consuelo.. desde está cima sublime donde Dios la ha elevado.pretendidamente los hace más útiles a los demás. enferma y nerviosa. ha intentado librarse. es entoncespresa de un tormento extraño. Ahora. Seguramente recordaréis aquelfragmento que cité de ella en la primera conferencia. 36 Hay numerosas páginas similares en suautobiografía..]. el horror delmundo y la clara percepción de nuestra propia nadería [.» 35 Santa Teresa es así de enfática y mucho más detallista. Entonces escuando las promesas y las resoluciones heroicas nos surgen en profusión.].. el de no poder sufrir bastante. Selamenta de haber sido sensible a los momentos de honor. despuésde este favor. Es acorde con la dignidad de su posición actuar así. personas de oración. investida de un valor invencible y llena de deseo apasionado de sufrir por su Dios. con dolores horribles antes del éxtasis.] como si Dios hubiese deseado que elpropio cuerpo. el alma surge de esteéxtasis admirablemente dispuesta a la acción y llena de salud [. aunque sean innumerables.. está animada de un grado tan elevado de valor que si en aquel momento el cuerpo fueracortado a trozos por la causa de Dios.]. compartiese la felicidad del alma [. Ríe sola . ydejarla adornada de virtudes y llena de dones sobrenaturales. Una sola de estas consolacionesintoxicadoras la puede recompensar de todas las obras emprendidas en vida.]. sólo lo ve como una mentira de la que el mundo essu víctima.que ser fiel a este honor es dar nuestro respeto a aquello que lo merece realmente y considerar las cosasque perecen y no son agradables a los ojos de Dios como nada o menos que nada.. en la nueva luz procedente de lo alto que en el honor genuino no hay nada falso.algunas imperfecciones de las que el alma.. ¿Qué imperio es comparable al de un almaque.El alma.. en este momento. ¿En qué lugar de la literatura se da un relato más evidentemente veraz de la formación deun nuevo centro de energía espiritual que el que se percibe en su descripción de los efectos dedeterminados éxtasis que al partir dejan el alma en un nivel superior de excitación emocional?«A menudo.. deseos elevados. ve todas las cosas de la tierra a sus pies yninguna de ellas la cautiva? ¡Qué avergonzada está de las anteriores ataduras! ¡Qué sorprendida por suceguera! ¡Qué gran piedad siente por aquellos que reconoce todavía envueltos en la oscuridad! [. El alma.. a la ilusión que le hacía percibir honor lo queel mundo así denominaba. Descubre.. pero ahora sabe que despreciando la dignidad de suposición por el puro amor de Dios. Ríe cuando vepersonas graves.

si los seres humanos se pusieran de acuerdo en considerarlo un barro inútil. unificadores. 243. Una de esas direcciones es el optimismo yla otra es el monismo. ¡Oh. 320. 229. Los estados místicos ¿establecen la verdad de aquellas opciones teológicasen las que se enraíza la vida santa?A pesar de la imposibilidad de una autodescripción articulada.cuando piensa que hubo un tiempo en su vida en el que hacia caso del dinero ylo deseaba [. p. el Yo. 197 favorece su inspiración. 231-233. los estados místicos pueden volver más enérgica el alma en aquello que 35 Oeuvres. 38 . La negación decualquier adjetivo que podáis proponer para la verdad última . como de la pequeñez a la vastedad y. en el capítulo correspondiente. Apelan en nosotros a la función del sí más quea la del no. Es posible dar el resultado de la mayoría de ellos entérminos que apuntan hacia direcciones filosóficas definidas. el Atman. al propio tiempo.Los consideramos estados reconciliadores. En ellos lo ilimitado absorbe los límites y cierra la cuenta pacíficamente. 36 Citado antes.].Él. pp. Recordaréis que pasamos al misticismo para alcanzaralguna luz sobre la verdad. afirman los Upanishads-. 200. quéarmonía habría en el mundo! ¡Con qué amistad nos trataríamos los unos a los otros si nuestro interéspor el honor y el dinero desapareciera de la tierra! Por mi parte me parece que sería un remedio paranuestras enfermedades. Entramos en los estados místicos desde fuera de la conciencia ordinaria como demenos a más.» 37 Por consiguiente. II. la energía sería mucho más ilegítima yequivocada.. los estados místicos en generalsostienen una corriente teórica bien precisa. Pero esto podría considerarse como una ventaja sólo en el caso de que lainspiración fuese verdadera. ha de ser descritosólo como ¡No! ¡No!. como de la inquietud al descanso. 37 Vie.. De manera que volvemos a encontrarnos ante el problema de la verdad que ya señalamosal final de la conferencia sobre la santidad. Si la inspiración resultase errónea.

«La causa de todas las cosas no es ni el alma ni el intelecto. ni se mueve. losmísticos viajan hacia el polo positivo de la verdad sólo por el Methode der Absoluten Negativität.]. superesencial. sino porque lasexcede infinitamente. Como Hegel en su lógica. ni es Tazón ni inteligencia. El origen del misticismo cristiano es Dionisio elAreopagita. Quien llama absoluto a alguna cosaen particular. o dice es esto. supersublime. ni magnitud.a pesar de que en la superficie parece una función delno. Porlo tanto rechazamos el «esto». ni tan sólo espíritu tal como lo conocemos». ni igualdad. es como si lo disminuyese. nirazón ni inteligencia. no es palabra ni pensamiento. No tiene realidad ni sabiduría. ni Hijo ni Espíritu Santo. es una negación formulada en nombre de un sí más profundo. super todo lo que puede nombrarse. no tiene imaginación. ni insignificancia. No es esencia. 39 Pero estas calificaciones no las rechaza Dionisio porque apenas alcancen.. que «puede compararse a la Nada ya que es más profundo que cualquier cosa. niorden. ni unidad. negando a su vez la negación que nos parece que compromete.. niPadre. ni eternidad ni tiempo. Comocuando Eckhart habla del desierto tranquilo de la divinidad «donde nunca hubo una diferencia. 40 De aquí derivan las expresiones paradójicas que tanto abundan en los escritos místicos. Describe la verdad absoluta exclusivamente a través de negaciones. 41 O como cuando Boehme habla del Amor Original. ad libitum. ni opinión.. Y porque es .ni divinidad ni bondad. Ni tan siquierapertenece al pensamiento. La verdad absoluta es superluminosa. ni similitud ni disimilitud. y es como nada respecto a las otras cosas. No es ni ciencia ni verdad. superesplen-dorosa. parece descartar expresamente ser aquello. donde no hay nadie y donde la energía del alma alcanza mayor paz queen ella misma». ni desigualdad. ni uno. No estáderecha. etc. puesto que no escomprensible por ninguna de ellas. ni está quieta [. No es ni nombre. en interésde una actitud afirmativa superior que nos satisface. se sitúa por encima de ellas.

ihn rührt Kein Nun noch Hier. p.nada respectivamente. p. 198 afirmación. entonces estás en el Uno eterno. en consecuencia está libre detodas las cosas. estrofa 25. y te has convertido en Nada. Dialogues on the Supersensual Life . 55. Nueva York. vol. citado por Andrew SETH: Two Lectures onTheism. 282. Desde que la negación del yo linito y sus exigencias. Londres. Scoto Erigena. ROYCE. p. 180. 48. ya que no hay nadacon lo que pueda compararse o expresarlo». 42 Jacob BÖHMEN. y el ascetismo. que es . 40 «Deus propter excellentiam nom immerito Nihil vocatur». 39 Traducción de T.no es Nada ya que cuando has abandonado totalmente la Criaturay aquello que es visible. XXII. p. este misterio moral se entreteje y se combina con el misterio intelectual en todos losescritores místicos. Je mehr du nach ihm greiffst. 1901. je mehr entwind er dir. 43 Cherubinischer Wandersmann. Studies in Good and Evil. 1893. y es tan excelente que no hay nombre que pueda decir lo que es. 43 Con este uso dialéctico de la negación como forma de transición hacia clases más elevadas de 38 Traducción de Müller. 42 O cuando Ángelus Silesius canta: Gott ist ein lauter Níchts.«El Amor -continúa Boehme. está correlacionado el elemento más sutil de las contraposiciones de la moral en la esferade la voluntad personal. 41 J. Davidson en «Journal of Speculativa Philosophyt». seencuentran en la experiencia religiosa como únicas puertas hacia la vida más trascendente yconsagrada. 399. parte II. p. traducida por Bernard Hollan. 1897.

así. En los estados místicos nos hacemos uno con el Absoluto y nos damos cuenta denuestra unidad. El alma dice nadatengo. y que ocasiona que los místicos clásicos notengan. y sólo Dios es para mí YO SOY. su discurso antecede a cualquier lenguaje y no envejece. En el hinduismo. el . 46 «Esto eres tú». oh. y así sentada en mi propia nulidad. dicen los upanishads. 47 «Todo hombre -dice el sufi Gulshan-Ráz. nada soy. fuego en fuego. en el neoplatonismo. nada puedo hacer. en el misticismo cristianoencontramos la misma nota recurrente. y los vedantas añaden: «Ni una parte ni un modo de Esto. siendo para mí. el Yo de un pensador es el que sabe. de manera que sobre las manifestaciones místicas existe unaunanimidad eterna que debería hacer pensar y reflexionar. el Espíritu absoluto del Mundo».sino idénticamente Esto. nadie los puede distinguir. en el sufismo.» 44 En el lenguaje de san Pablo: yo vivo. ya estoy literalmente despojada y desnuda. pero no yo sino Cristo vive en mí. glorifico alSer eterno y no deseo nada para mi. una fecha de nacimiento ni una tierra natal. y no hay diferencia entre su vida y la mía. «Como el agua pura vertida sobre agua puraqueda igual. y ésta es la tradición mística triunfante y eterna.].. Sólo cuando alcanzo aser nada puede entrar Dios. Gautama.cuyo corazón no está ya sacudido por duda ningu-na. En su majestad divina.]. 45 La superación de todas las barreras usuales entre el individuo y el Absoluto es la granaportación mística. Agua en agua.. éteren éter. El tesoro de tesoros para el alma se alcanzacuando arriba Alguna cosa a esta Nada de la que pueden ser creadas todas las cosas..Diosmismo y sentirás en ti la virtud más elevada del Amor [. Hablando perpetuamente dela unidad del hombre con Dios.. Dios ytodas las cosas. tal como se ha dicho. ya que todo lo que soyes una imagen del Ser. sabe con certeza que no existe ningún ser salvo el único [. de igual manera sucede con el hombre cuya mente ha penetrado enel Yo». de manera que Dios lo desee todo por mí. que apenas se altera por las diferenciasde clima y de credo.

Sólo puede irse si me lleva consigo. MAETERLINCK. ¿osan de. Aún más. de tal manera que en mi corazón se entona una canción de triunfo porque el Señor está allí. L'Ornement des Noces espirituelles de Ruysbroeck. de Wilfred MONOD: It vit. No es unayuxtaposición. Mis días se sucedenuno tras otro. Cada ser anulado y 44 Ob. 45 Tomo esta expresión mística de felicidad por la presencia de Dios de un libro francés: «Jesús vino a morar en mi corazón. la más pequeña mota del cristal sin brillo. cit.. ayer un cielo azul. el tú. el nosotros. Me despertaba invadidopor todo tipo de impresiones tristes y no lo encontraba en mi camino. siemprela misma presencia llenando mi corazón [. es espléndida en esta hora porque el sol brilla sobre ella. cirio? Sí. ¡Oh nueva y bendita vida!. Siento la presión de su mano. oscura hace un momento.].. pero tan pronto como los ojos seabren y vuelvo a ser consciente y parece que la vida comienza de nuevo. pp. 46 Compárese con M.]. siempre aparece la misma figura ante mí. .yo. como una especie de fusión. porque en el único no puede haber distinción. no se diferencian. no es Otro que yo mismo: es uno conmigo. siento algo más que me llena dealegría serena. ya que es la verdadera expresión de lo que experimento. una profunda modificación de mi naturaleza. 280-283. Antes el día estaba apagado por la ausencia del Señor. vida que cada día se tornamás luminosa [.. six méditations sur le mystére chrétien. 42-74.Donde sus rayos caen. una asociación.» Citado delmanuscrito «de un hombre anciano».. es unhabitar permanente. un modo nuevo de ser. hoy un sol nublado. no es sólo una aparición deslumbrante que de un momento a otro puede abrir sus alas y dejarme en mi noche. Hoy está conmigo y la ligera nubosidad que cubre alas cosas no es un obstáculo para mi comunicación con El.No es tanto un convivir. cada grano de arenaemite fuego.. El Espíritu Santo no sólo mevisita. La pared de enfrente. versión resumida. una noche llena de sueños extraños. pp. es una penetración. iluminan una apoteosis de gloría.

» 48 En la visión de Dios.escribe Suso .canta de nuevo Angelus Silesius-. tu Yo está perdido en el Yo. y lo comprenda.1891.]. Muchos textos místicos son. como el centro de un circulo que coincide con otro centro».. tú. «silencio rumoroso».. yposee una manera de existir eterna y ya no está sujeto a la muerte. p.. Introducción. puede discernir el Uno -el sonidointerior que sofoca al exterior [. II. Cuando a él mismo su forma le parezca irreal. de hecho. «desierto fecundo».» 51 En laliteratura mística se encuentran continuamente frases tan autocontradictorias como«oscuridad deslumbrante». Ahora. recordará.. en el . ich unter ihmnicht sein.«Quien escuche la voz de Nada. cuando deja de oír los muchos. afirmaPlofino. sino alguna cosa anterior y superior a ella [. «lo que percibe no es nuestra razón. deja de ser él. Er ist als ich so klein.. ha de aprender lanaturaleza de Dháraná [. como le parecen al despertartodas las formas que ve en sueños. traducción de Müller. XIX. 199 separado completamente de sí mismo. 17. Absorto en Dios.» 50 «Ich bin so gross alsGott ... 47 Upanishads.] Quien así percibe no percibe realmente. no distingue o imagina dos cosas.muere el espíritu y al propio tiempo está vivo en las maravillas de laDivinidad [. pp. Entonces. Cambia. sino más bien lamúsica. Demuestran que el elemento acuyo través mejor nos habla la verdad mística no es la conversación conceptual.. y se pierde en la calma de la gloriosa oscuridad deslumbradora y en la unidad simple ydesnuda. En la ausencia de forma es donde se encuentra la gloria más alta.]. apenas otra cosa que composiciones musicales.. 334. el "Sonido sin Sonido".. Ya que cuando el alma oiga. Er kann nicht iber mich. oye que fuera de él resuena esta voz y este eco: Soy Dios. la voz del silencio hablará por el oído interior [. 49 «Aquí . no conservanada de él.]. es uno con Él.].

52 H. si no os provocan la sonrisa al oírlas. de la última costa. La música nos transmite mensajes ontológicos que la críticano ontológica no puede contradecir. Desde donde estamos. pp. así como las aguas del océano infinito envían sus olas aromperse entre las piedras de las costas.]. «On the Verge». Véanse las pp. estrofa 10ª. BLAVATSKY. fusionado en aquel Yodel que irradiaste primero [..» 53 La doctrina. 561. ya citado. la Voz intacta que resuena a través de laeternidad. la Voz del Silencio. 51 Ya citado. del pecado. 50 Autobiography. probablemente pulsen cuerdas en vosotrosque la música y el lenguaje tañen juntas. Hay unavertiente en el pensamiento que ronda estas cosas.» 52 Estas palabras. 27. de que la eternidad no tiene tiempo. traducción de Bouillier.ni ojo humano nunca ha examinado. Paris..Tú. p. que desde allí algo murmura mezclándose con lasoperaciones de nuestro entendimiento. P. los siete sonidos en uno. 210. aunque pueda reírse de nuestra locura al tomarla en serio. Ah. 53 SWINBURNE. «Aquí comienza el mar que no termina hasta el fin del mundo. pero aquí el corazón del hombre se agita.Podríamos conocer la marca del mar más allá de estas olasque brillan. que nuestra «inmortalidad». Alejándose de la costa. p. Delante de lainmensidad del mar. The Voice of the Silence. por ejemplo.. 49 Enneadas. 473-477 y el volumen I. en .. libre de todo cambio. has llegado a ser la luz. p. ¡Fíjate bien!. has llegado a ser el Sonido y tuSeñor y tu Dios. suspirando por laoscuridad con venturosa alegría. 309-310. Om tat Sat. 1861. III. Eres Tú Mismo el objeto de toda tu búsqueda. si 48 SCHMÖLDERS. Deberíamos saber lo que nunca ha sabido ningún hombre.

Es antinaturalista y armoniza mejor con el renací miento espiritual y con los llamados estados mentales de otros mundos. 57 . pero no podemos cambiarle la mente -por lo general sóloconseguiremos unirlo más tercamente a sus creencias. 55 He esbozado los aspectos generales de la conciencia mística de manera extremadamente breve einsuficiente. sólo ella poseela custodia de la «contraseña original».En vano el racionalismo se lamenta. De ellos no emana ninguna autoridad que convierte en deber el aceptar críticamente susrevelaciones por quienes quedan al margen de ellos. 54 Reconocemos la contraseña parapenetrar la región mística apenas la oímos. lo contrario de pesimista. que tan a menudo encontramosexpresada en determinados círculos filosóficos.3.Trataré estos puntos de uno en uno. pero tan ajustadamente como he podido en el tiempo de que disponemos. y tienenderecho a serlo. En conjunto es panteísta y optimista o. Los estados místicos. 56 Han estado «allí» y lo conocen bien. Demuestran que esta última tan sólo es un tipo de conciencia. Si la verdad mística que alcanza a un hombre demuestra ser unafuerza vital. Niegan la autoridad de la conciencia no mística o racional. ¿qué autoridad tenemos la mayoría para decirle que viva de otra manera? Podemosencerrarlo en una prisión o en un manicomio.A Mindsummer Vacation. 200 vivimos en lo eterno. Mi próxima tarea consiste en inquirir si podemos invocar la conciencia mística como argumentode autoridad. ¿Proporciona alguna garantía para la verdad del renacimiento espiritual y para lasobrenaturalidad y el panteísmo que estimula? Debo dar una respuesta tan concisamente como pueda.2. como mínimo. no es tanto del futuro sino del ahora y aquí. los estados místicos de tipo bien pronunciado y enfático constituyennormalmente una autoridad para aquellos que los experimentan. cuando están plenamente desarrollados. escucha!». una autoridad absoluta para el individuo que visitan. normalmente son. basada sólo en el entendimiento ylos sentidos. encuentra su soporte en un «¡Escucha. pero no podemos utilizarla nosotros mismos.Brevemente mi respuesta es como sigue.1Como hechos psicológicos. o enun «amén» que flota sobre ese nivel misteriosamente más profundo. Abren la posibilidad deotros órdenes de verdad en los que podemos libremente continuar teniendo fe. La dividiré en tres partes:1.

y aquellos casos que llenan los libros en los que el director (pero no el sujeto encuestión) queda en la duda de si la experiencia no puede proceder del demonio. 56 Prescindo de estados mas débiles. si se me perdona tan bárbara expresión . S. pero las experiencias místicas son percepciones tandirectas de hecho para quienes las tienen como cualquier sensación lo pueda ser para nosotros. La fe. que los místicos no tienen derecho alguno a exigir que debemosaceptar el carácter liberador de sus peculiares experiencias si nosotros quedamos fuera de ellas y no nossentimos . escapa a nuestra jurisdicción. p. sin embargo. porlo que respecta a la lógica. en el disfrute 54 Compárense los resúmenes del doctor Brucke. 172.Resumiendo.Se ríe de nuestros más arduos esfuerzos y. vol. y me dio reposo sobre los duros tablonescomo si durmiese sobre un lecho de plumas.es decir. Ahora podía decir: “El servicio a Dios es la libertad perfecta". son absolutamentesensibles en su cualidad epistemológica. y podíacantar alabanzas a Dios todo el día ya que Él convirtió mi cautividad en alegría.sin fecha.Nuestros sentidos nos garantizan ciertas realidades. Losdocumentos muestran que. Londres. IX. incluso aunque los cinco sentidos quedaran en suspenso. y los estados de fe y elestado místico son términos prácticamente intercambiables. es aquello que da vida a los hombres.2Debo añadir. Nuestras propias creencias «racionales» estánbasadas en una evidencia exactamente de naturaleza similar a la que los místicos aducen como propia. 1900. 57 Ejemplo: John Nelson escribe de su encarcelamiento por predicar el metetodismo: «Mi alma era un jardín regado. y rogaba a Élpara que mis enemigos bebiesen en el mismo río de paz que mi Dios me otorgaba con tanta generosidad. en «Mínd». 201 tranquilo de su credo.» Journl. C. citados anteriormente. dice Tolstoi. nos guste o no. SCHILLER. sonevidencias cara a cara de aquello que parece existir con carácter inmediato. 55 Un intento muy serio de mediar entre la región mística y la vida discursiva me encuentra en un artículo sobre el Motor inmóvil de Aristóteles de F. pues. el místico es invulnerable y ha de dejársele.

etc.yo lo he llamado panteísta. queacumula tradiciones y crea escuelas. con la sola condición de que encuentren unlugar en su . un extracto mantenidocon cierta verosimilitud mediante la selección de los especimenes más adecuados y su preservación en«escuelas». A la postre. del misticismo de género más estrictamente cristiano. como la apelación del racionalismo por otra parte. Es capaz de establecer alianzas matrimoniales con materialproporcionado por las filosofías y teologías más diversas. Edward Carpenter.Richard Jeffries y otros panteístas naturalistas. lo he hechopor razones de exposición y por mantenerme lo más cercano a la tradición mística clásica. con algunasexcepciones. Está cortado do un todo mucho más grande. Para empezar. seguimos a la mayoría porque hacerlo conviene a nuestra vida. yla apelación al consenso no tiene fuerza lógica. y si tomamos seriamente la porción másgrande. Lo máximo que pueden pedirnos es admitir que establecen unapresunción unánime.. que este tipo de experiencia unánime resultase ser del todo equivocado. Temo habersimplificado la verdad al caracterizar los estados místicos de panteístas. Si lo aceptamos es por razones «sugerentes» y nológicas. es muy diferente el misticismo de Walt Whitman.dirían los místicos. 58 Es dualista en la filosofía sankhí y monista en la de los vedas.estimulados particularmente. es mucho menos unánime de lo que he admitido.Pero incluso la presunción de unanimidad de los místicos está lejos de ser clara. 60 El hecho es que el sentimiento místico de expansión. Obtienen un consenso y consiguen un resultado inequívoco. hemos di confesar. Son mentes no metafísicas. 59 Aparte de lafelicidad común a todos ellos. para quienes la «categoría de personalidad» es absoluta. perolos grandes místicos españoles no tienen nada de panteístas. y sería sorprendente. sólo es un «caso privilegiado». incluso el propio misticismo religioso. encontramos que la supuestaunanimidad desaparece en buena medida. La Iglesiacristiana ha sido tan indulgente y antinómica como con el ascetismo. -Elmisticismo religioso clásico. optimistas.esto sería simplemente una apelación al consenso. La «unión» del hombre con Dioses para ellos mucho más parecida a un milagro ocasional que a una identidad original. como el misticismo religioso lo ha hecho históricamente. de unión y emancipación no tiene ningúncontenido específico intelectual propio.

JUNDT. tiene un capítulo contra el antinomismo de los discípulos. aunque esta vez la emoción resulte pesimista: en lugarde consuelo obtenemos desolación. Ellibro de H. 59 Compárese con Paul RUOSSELOT. En la psicosis delirante. los significados son temibles y los poderes enemigos de la vida. Pero todavía quedan algunas cosasque decir.estructura para su peculiar talante emocional. Les Amis de Dieu au XIVeme siecle. Abrid cualquierlibro de éstos y encontraréis abundantes casos en los que las «ideas místicas» aparecen citadas comosíntomas característicos de estados mentales débiles o alucinados. de CARPENTER. el misticismo clásico y estosmisticismos inferiores surgen del mismo nivel mental. The Story of My Heart. la identidad monista absoluta o la bondad absoluta. These de Strasbourg. idéntica 58 RUYSBROECK. las mismas voces y visiones. y la espléndida y maravillosa rapsodiamística de JEFFERIES. La misma sensación de importancia inefable en los sucesos más pequeños. en la obra que ha traducido Maeterlinck. excepto aquellas que proporcionan los manuales psiquiátricos. La otra mitad no haacumulado tradiciones. la paranoia. 60 Véase Towards Democracy.Aquí termino con el misticismo religioso propiamente dicho. Sólo está relativamente a favorde todas estas cosas -trasciende la común conciencia humana en la dirección que indican. análogo control de poderes extraños. No tenemos derecho. solicitaciones ycometidos.como a veces la llaman. por lo tanto. 1869. DELACROIX ( Essai sur la Mysticisme Spéculatif en Allemagne au XIVeme siécle. Véase también A. especialmente las partes últimas. tal como elidealismo absoluto. XII. a invocarsu prestigio indistintamente en favor de ninguna particular creencia sobre el mundo. un género de misticismo religiosovuelto del revés. Esevidente que desde el punto de vista de su mecanismo psicológico. 202 atribución de nuevos significados de textos y palabras. de esa inmensa región subliminal otransmarginal cuya existencia . Les Mysliques Espagnols. ya que el misúcismo religioso sólo constituye la mitad del misticismo. 1900) está lleno dematerial antinómico. podemos encontrar un misticismo diabólico. París. París. cap. 1879.

el mundo más amplioprobaría que posee una constitución variada. Su valor ha de serdeterminado por métodos empíricos. Los estados místicos no . En ese caso. 61 3Sin embargo. estadios indispensables en nuestra aproximación a la plenitud final de laverdad. ysustituyendo tal como es costumbre en este mundo natural. de todas formas. y ha de aceptar asimismo el reto de la confrontación con el contexto y laexperiencia total. pero de la que realmente seconoce bien poco. alcanzan ahora una nueva significación yestablecen una nueva conexión con nuestra vida activa. Siempre ha de quedar abierta la cuestión de silos estadosmísticos pueden o no ser puntos de vista superiores. la existencia de estados místicos echa abajo la pretensión de que los estados nomísticos son una especie de dictadores únicos y últimos de lo que podemos creer. y el trato serio con él. regalos a nuestro espíritupor los que los hechos.De nuevo repito. niniegan nada que nuestros sentidos hayan captado. Habríamos de utilizar sus experiencias seleccionando. ya que nunca puede existir unestado de hecho al que no se pueda añadir verosímilmente un nuevo significado. Esta región contiene toda clase de materia: «serafín y serpiente» habitan allí codocon codo. temeríamos tanto al error como ahora. sería unmundo más amplio. 62 Más bien es el crítico racionalista el que juega elpapel de detractor en la controversia. No contradicen a los hechos como tales.Pienso que debemos dejar el tema aquí. que los no místicos no tienen obligación alguna de reconoceren los estados místicos una autoridad superior que les confiere su naturaleza intrínseca. podrían constituir. y nada más. y sus negativas carecen de fuerza. Como norma. sus momentos de tentación y los de salvación. Son excitaciones como las emociones amorosas o la ambición. en consecuencia. a pesarde cualquier perplejidad. sus experienciasválidas y las falsas. Proceder de la región subliminal no es ninguna credencial infalible. peroel análisis de ese mundo más amplio de significados. subordinando. Lo que llega ha de sertamizado y contrastado. igual que lo que procede del mundo exterior de los sentidos. La diferencia entre las panorámicas desde las más diversas ventanasmísticas no ha de impedirnos que sostengamos esta suposición.comienza a ser admitida por la ciencia. como la propia de este mundo. siempre que la menteascienda a un punto de vista más globalizador. losestados místicos añaden simplemente un significado sobre-sensible a los datos ordinarios externos deconciencia. igual que las posee también nuestro mundo aunque. siempre que nosotros mismos no seamos místicos. antes objetivos para nosotros. Tendría susregiones celestiales y las infernales. ventanas a través de las cuales la mente mira unmundo más extenso e inclusivo.

La explicación es plausible para algunos tipos de sensaciones designificado. 203ciones a las que tienden los sentimientos religiosos. . por ejemplo. Pero los más altos vuelos místicos. de unión. Leipzig. pero como por lo general son interpretados comotransmundanos. después de todo. de cuya correlativa actividad cerebral. aunque no despierten ningunaconsecuencia útil o definida en su pensamiento. Mientrastanto. 62 Ellos algunas veces añaden audite et visa relativas a los hechos. intenta analizar todo misticismo exponiendo la debilidadde las formas inferiores. no conocemos nada. estoy seguro que para muchos de mis lectores esta dieta es demasiado escasa. un poco menos y se pierden mundos!» Puede ser que laposibilidad y legitimación de esos géneros de misticismo sean todo lo que nuestra conciencia religiosarequiere para vivir. seguramente no son producto de tales condiciones meramente negativas. Max Notta.ejercen autoridad especialdebido simplemente al hecho de ser estados místicos. percepciones más verdaderas del significado de esta vida. Esto da al que tiene la experiencia una sensación vaga y dilatada de ir más lejos. en Grunetrisí der Psychiatrie. un poco más y es demasiado. Si elsupernaturalismo y la unión interior con la divinidad son verdaderos creo. hipótesis que voluntariamente ignoramos pero que. Pero los que son superiores apuntan hacia direc61 En el capítulo I del libro II de tu obra Degeneration. Nos ofrecen hipótesis. En la última conferencia habré de intentar convenceros que éste es el caso. 1896) han explicadolas condiciones «paranoicas» como un defecto del sistema asociativo. no provocan ninguna alteración de los datos de los sentidos. Theil II. interpretados de una uotra forma. El supernaturalismo y el optimismo a que pueden inducirnos. Hablan de lasupremacía del ideal. con su obstinacióny vivacidad. incluso en hombres no místicos. posiblemente nopodemos subvertir. pueden ser.«¡Oh. Muscismo significa para él cualquier percepción repentina del significado oculto de las cosas. de inmensidad. Parece mucho más razonableadscribirlas a incursiones de la vida subconsciente. Otros alienistas (WERNIKE. sin embargo. de salvación y de reposo. en calidad de pensadores.Explica esta percepción por las abundantes asociaciones incompletas que las experiencias pueden originar en cerebrosdegenerados.

basada en unsentimiento vago o en la vivida sensación de la realidad de las cosas no visibles de las que di tantosejemplos en la segunda conferencia y en la precedente sobre el misticismo. y aunque con toda probabilidadsiempre habrá intentos de verter su contenido en un molde filosófico -los hombres son así-. que hemos deadmitir no tanto la posibilidad como la necesidad de creer. 204 Conferencia XVIII. He cuestionado laautoridad del misticismo. Es esencialmente privada eindividualista. al igualque traducciones de un texto a otra lengua. nunca puede formularse ninguna teologíafilosófica. ¿Puede pretender dar lafilosofía garantía de veracidad de la intuición de la divinidad para el hombre religioso?Imagino que muchos de vosotros comenzáis a adivinar mi propósito. diréis. quiero decir que.entonces. con nuestra nueva pregunta. Pero todas estas afirmaciones son equívocas por subrevedad. La filosofía ofrece. y probablemente la próxima cosa que haré será intentar desacreditar lade la filosofía. sospecháis que intento defender el sentimiento aexpensas de la razón. excede siempre nuestras capacidades de formulación. ni garantizanla veracidad de los sentimientos de los que derivan sus estímulos y de los que toman todo el poder deconvicción que pueden poseer. y encontramos que aunque el misticismo desea resueltamente corroborar la religión. la construcción de filosofías de este tipo ha sidouna función preferida de la vida religiosa. de manera que. si utilizamos este término en el sentido histórico. Esperáis que acabe diciendo que la religión sólo es una cuestión de fe.Hasta cierto punto he de admitir que tenéis razón. pasamos a la filosofía. Resumiendo. Creo que el sentimiento es la fuente másprofunda de la religión y que las fórmulas filosóficas y teológicas son productos secundarios. talesintentos constituyen procesos secundarios que de ninguna manera aumentan la autoridad. pues.La filosofía El tema de la santidad nos sitúa frente a la cuestión siguiente: la experiencia de la presenciadivina ¿es una sensación de algo objetivamente cierto? De entrada recurrimos al misticismo buscandouna respuesta. y me tomará toda la hora explicaros exactamente lo que pretendo decir. esdemasiado privado (y también demasiado diverso) en sus manifestaciones para poder pretender unaautoridad universal. Dudo de si la .Cuando sostengo que las fórmulas teológicas son productos secundarios. Pero lafilosofía religiosa constituye un tema inmenso y en la próxima conferencia sólo puedo dar el brevevistazo que mis límites permiten. por el contrario. La filosofía siempre ha pretendido queprueba la verdad religiosa con argumentos inapelables. en unmundo en el que nunca ha existido un sentimiento religioso. para rehabilitar lo primitivo e irreflexivo y para disuadiros de confiar en cualquierteología que merezca este nombre. resultados que pretenden ser universalmenteválidos.

cuando las . como las propias de la teología dogmática o idealista. Sería curioso que yo discutiese esto. Pero lasespeculaciones de alto vuelo. Permite que sus resultadossean enigmas y misterios. El clima filosófico denuestro tiempo nos condiciona inevitablemente. Incluso en elsoliloquio con nosotros mismos interpretamos nuestros sentimientos intelectualmente.desapasionada contemplación intelectual del universo. y las habrían comparado con otras científicas. y. construcciones producidas por elintelecto en direcciones originalmente sugeridas por el sentimiento. Además. declina justificarlos racionalmente y a menudo desea incluso que pasen porparadójicos y absurdos. Lasconcepciones y las construcciones son. ¿no podía haber tratado el tema sugerido por éste de una manera más elevada? Elsentimiento es individual e inexpresable. han de clasificarse como supercreencias. Los hombres habrían partido deexplicaciones animistas del hecho natural. por otro. como hanhecho ahora.Sin embargo. por un lado. estamos obligados a intercambiar nuestrossentimientos. 205 Creo que la filosofía siempre tendrá la oportunidad de colaborar en su tarea. Tanto nuestrosideales personales como nuestras experiencias religiosas y místicas han de interpretarsecongruentemente con el tipo de representación que exige nuestro intelecto.de la infelicidad interior y la necesidad de liberación. de la emoción mística habrían dadonunca como resultado filosofías religiosas como las que poseemos hoy. Estasespeculaciones. Su aspiración es rescatar del misterio y laparadoja todo el territorio que ella abarque. El ideal más acariciado de la razón siempre ha consistidoen encontrar una salida desde la persuasión personal oscura y voluntariosa a la verdad objetivamentevívida para todos los hombres. La filosofa toma la actitud opuesta. así. y la filosofía tendrá queintervenir como mediadora entre concepciones opuestas y como moderadora del choque entre hipótesisconflictivas. no tendrían ningúnmotivo para ponerlas en cuestión al no sentir necesidad de comerciar con semejantes deidades. separada. parte necesaria de nuestra religión. incapaz de dar cuenta de sí mismo. 1 Somos seres quepensamos y no podemos excluir el intelecto en cualquiera de nuestras funciones. probablementeal igual que ahora habrían de admitir de nuevo alguna participación de la misma. siendo la tarea de la razón redimir a la religión del individualismonocivo y dar estatuto público y derecho universal a su capacidad liberadora. y al hacerlo debemos hablar y utilizar fórmulas verbales abstractas y generales. incluso si el primer estímulo de la filosofía religiosa fue proporcionado por elsentimiento. En la ciencia habrían dejado una cierta dosis de «investigación psíquica». me parece.

ofilosofía del absoluto. dogmas. la experiencia religiosa espontánea e inevitablemente engendra mitos. claro. John Caird. Estamos enlos comienzos de una. Son operaciones interpretativas e inductivas. y para distinguir entre lo . según el caso.presentes conferencias son (como se verácon mayor claridad de ahora en adelante) un intento laborioso por extraer. no coordinadas con él y tampoco independientesde lo que se pretende indagar. sin embargo. Llama a sus conclusiones teología dogmática. pero no las titula ciencia de las religiones. limpio. junto a las críticas y anatemas que monopolizaban el intercambio entre credos. Los sistemas garantizados fueron siempre los ídolos de lasalmas ambiciosas. algunos hechos generales que puedan ser definidos mediante fórmulas sobre lasque todo el mundo pueda estar de acuerdo. verdadero. credos y teologías metafísicas. escribe lo que sigue en su Introduction to the Philosophy of Religion: «La religión ha de ser una cosa del corazón. las establece de unaforma a priori y garantiza su veracidad.Se atribuye la construcción de objetos religiosos sólo desde las fuentes de la razón pura.El intelectualismo religioso que intento desacreditar pretende ser algo completamente diferente.riguroso. extraer con larazón inferencias rigurosas desde hechos no subjetivos.Con otras palabras. «Ciencia de las Religiones». operaciones post factum.supersticiones. de entre las entrañas de laexperiencia religiosa. casi tanto como en las de ayer. ¿qué refugio puede haber más ideal que el que ofrecería un sistema semejante a lasalmas ultrajadas por la turbulencia y la accidentalidad del mundo de las cosas sensibles? De acuerdocon todo esto. existeun desprecio intencionado por la verdad meramente posible o probable y por los resultados que tan sólopueden adquirirse individualmente. y si estas conferencias puedenconsiderarse en alguna medida una contribución ínfima a esta ciencia. ya sean constructivas o comparativas y criticas. estable. pero para elevarla de la región del caprichosubjetivo y de la simple voluntariedad. por ejemplo. encontramos que en las escuelas teológicas de hoy. es simple y directo. Tanto los escolásticos como los idealistas coinciden abiertamenteen este desprecio. me sentiría feliz. así llamada.presuponen experiencias inmediatas como tema. y la crítica de una serie de factores por lospartidarios de otra. El sistema lo incluye todo y. paralelas al sentimiento religioso. Últimamente ha sido posible establecer clasificaciones y comparacionesimparciales.Pero todas estas operaciones intelectuales.

tan poderoso como el telescopio o tanpreciso como el microscopio. que éstas son interpretaciones vagas y subjetivas [. en su obra The Idea of a University. 17 y ss.]. 1898. si su ley moral ha de determinarse simplemente por los procesos físicosde la estructura animal. resumido. 2 Op. profunda y amplia como el universo. etc. naciones o razas. sino cuáles son las concepciones de Dios y de las cosas divinas queconstituyen la causa de esas emociones. no si su religión es según se manifiesta emotivamente. si es así. ha de verse como dotado por su propia naturaleza del derecho a dominar el sentimiento ycomo componente fundamental del principio por el que el sentimiento ha de juzgarse. con mayor omenor vehemencia y entusiasmo.. pero su carácter ysu valor ha de ser determinado por el contenido racional o base intelectual de la religión y no por el 1 Cf.«Si . sino qué creen y piensan. p.continúa. WALLACE. o su voluntad inferida de los resultados inmediatos de los asuntos humanos. insiste. en Lectures and Essays.» 3 El cardenal Newman.. 2 Al valorar elcarácter religioso de los individuos. las Conferencias Gifford del profesor W. cit. «religión natural».el Ser supremo es poderoso o preciso. la primera cuestión no estriba en saber quésienten. es una ciencia en el sentido másestricto de la palabra. confieso que no hay .. pp. sisu Esencia es tan elevada. 206 sentimiento. 174. todavía presenta una idea másenfática de este menosprecio por el sentimiento.verdadero y lo falso hemos de apelar aun modelo objetivo. Lo que penetra en el corazón antes ha de ser discernido por la inteligencia como verdadero.. Os diré. afirma. 4 La teología.. El sentimiento es necesario para la religión.«evidencias físicas de la existencia de Dios».

y una demanda en su favorconstituye una hipocresía. al igual que tenemos una ciencia de las estrellas y lallamamos astrología o de la corteza terrestre y la llamamos geología. de la poesía de la infancia. al igualque hablamos de la filosofía o el drama histórico. Será suficiente que muestre como una cuestión histórica el fracaso de ser «objetivamente»convincente. mientras el espectáculo delmundo o el razonamiento abstracto se desarrolla. que sólo es válidopara el individuo. esa piedad no es nada más que la poesía delpensamiento. o un adorno del lenguaje.»En ambos fragmentos la conclusión es del todo elocuente: el sentimiento.como las establecen el sentimiento y el misticismo. No veo mucha diferencia entre confesar que no hay Dios y argüir que no puedesaberse con certeza nada definido sobre Él. noquiero referirme a ninguna de estas cosas: simplemente quiero decir La Ciencia de Dios. una determinada visión de la Naturaleza que un hombre posee yotro no. en el patriotismo. sin embargo. válida universalmente. creo. de lo pintoresco. que la teología sólo es un nombre. todos seríamos mejores. de hecho. enfrentado con la razón. Entonces. que otras. por muy piadoso que sea pensar en Él. o las verdadesque sabemos sobre Dios ordenadas en un sistema. que una mente privilegiada suprime. de las pre-tensiones de la filosofía de fundamentar la religión en la razón universal simplifica mi modo deproceder actual. De hecho. No destierra las diferencias individuales. humorístico o cualquier otra cualidad abstracta que el genio o el capricho del individuo. lamoda del día o el concierto del mundo reconoce en cualquier conjunto de objetos que estén sometidos asu contemplación. esperfectamente simple: la teología basada en la razón pura ha de convencer a los hombresuniversalmente. No es sino la teología de la Naturaleza. que la razón lógica del hombre opera en estecampo de la divinidad exactamente como siempre ha actuado en el amor.sentimental. en efecto. ¿cómo cumpliría su cometido de liberarnos delcapricho y la voluntariedad personales? Esta prueba práctica. . No necesito desacreditar a la filosofía mediante una crítica laboriosa de sus argu-mentos.ningunaciencia específica acerca de Dios. entienden que es admirable eingeniosa y que. adoptándola. perfectamente definida. ¿en qué consistiría su superioridad? Si sólo formase sectas y escuelas. La argumentación. Si no lo hiciese. funda escuelas ysectas como lo hace el -sentimiento. la filosofía fracasa.» «Cuando yo hablo de Teología continúa Newman-.

207 Los encontraréis en los manuales protestantes y católicos. A medida que el habla progresa y cambia por causasdesconocidas. y más aún en los innumerables libros detexto que se han publicado desde la Encíclica del Papa León XIII que recomendaba el estudio de santoTomás. 4 Discourses. 313). Encuentra argumentos para convencernos ya que.son la gramática de la religión. 6 Los argumentos sobre la existencia de Dios han resistido durante centenares de años losembates del criticismo no creyente. dehecho. fracasan al pretender corregirte.en lapolítica o en cualquier -otro de los asuntos de la vida en los que nuestras pasiones y nuestras intuicionesmísticas fijan de antemano nuestras creencias. estas críticas fueron disolviendo. que se mantiene muy cenca de los hechos concretos. 3 Ibid. Londres. lenta y eficazmente. p. sino al revés. véase la sorprendente obra de H. en su conjunto. la gramática es la teoría que seforma después. The Hearts of Men. Difícilmente la origina. «Los credos -dice el autor. amplifica y define nuestra fe. sin embargo. 186. son ala religión lo que la gramática es al habla. si eresateo. Todo el libro. la llamada . 1902. y la dignifica y le proporciona palabras y plausibilidad. & 7. El habla nunca proviene de la gramática. ha de encontrarlos. menos puede ahora asegurarla. resumiendo y en cursiva. Las pruebas son diversas. Si ya tienes un Dios en quien crees estos argumentos te reafirman en tu fe. 5 Prestadme atención mientras recorro algunos de los argumentos de la vieja teología sistemática. espoco más que una ampliación en este texto.que llegó a mis manos después de haber escrito mi texto. Las palabras son la expresión de nuestros deseos. la argamasaentre las junturas. después a aquellos por los que se establece su naturaleza. Primero echaré un vistazo a los argumentos por los que la teología dogmática prueba laexistencia de Dios. 5 En cuanto al carácter secundario de las construcciones intelectuales y a la primacía del sentimiento y del instinto comofundamento de las creencias religiosas. la gramática ha de seguirle» (p. y sin desacreditarlos nunca por entero a los oídos de los hombres defe. FIELDING. II.

1891. Razonesabsolutamente impersonales habrían de mostrar un convencimiento más general. El «argumento exconsensu gentiuma sostiene que la extensión de la creencia en Dios y su enrizamiento en la naturalezaracional del hombre añadiría autoridad a esta afirmación. a partir de Kant. 5te Auflage.. El solo hecho de que todoslos idealistas.sugerir un Dios para este tipo de desorden. enefecto. BOEDDER. STÖCKL. C. 7 El hecho 6 Por motivos de comodidad sigo el orden del Lehrbuch der Philosophie. 1896. se hayan creído en el derecho de rechazarlos o menospreciarlos muestraque no son lo bastante sólidos para servir como fundamento suficiente de la religión.H. HODGE: Systematics Theology. de A. Por ejemplo. STRONGS: Systematic Theology. o también A. Hodge presentan una doctrina casi idéntica. que del hecho de que las leyes de la Naturaleza sonmatemáticas y sus partes se adaptan dócilmente una a otra. merced al argumento del proyecto divino. es un manual práctico inglés católico. infiere que dicha causa es intelectual ypositiva. Nueva York. es un principio demasiado oscuro para soportar el peso de toda la estructura de la teología. El «argumento moral» afirma que la ley del deber presupone un legislador. La verdad es que cualquier estado de cosas que se nombre es lógicamentesusceptible de interpretación teleológica. La causalidad. Londres. de B. La Natural Theology. BandII.Como acabo de decir. 7 No hemos de olvidar que cualquier forma de desorden en el mondo puede. Concebidas como lo hacemos hoy en día. como salidas afortunadas de procesos deextinción casi ilimitados. El «argumento del proyecto divino». Nueva York. Mainz. no discutiré técnicamente estos argumentos. pero teólogos protestantescomo C. las ruinas . las armoniosas adaptaciones que encontramos en la Naturaleza sugieren unadeidad muy diferente de la que figuraba en las primitivas versiones del argumento finalista. 1881. Encuanto al argumento del proyecto divino.«cosmológica» razona desdela contingencia del mundo a una Causa Primera que ha de contener todas las perfecciones presentes enel mundo. 1873. ed. observad cómo las ideas darwininas lo revolucionaronradicalmente. 5a.

Nos interesamos por determinados tipos de disposiciones utilitarias. sólo a la destrucción y al desorden. pero el urden es la única cosa que nos interesa y vamos en su busca. El segundo principio es de interpretación antropomórfica. en la plenitud del momento justo. El resultado es que abordamos selectivamente el contenido del mundo. buena o mala. aunque a primera vista plausible. una mera asunción gratuitadel teísmo antropomorfas. Sólo . Este principio. elargumento del proyecto divino invoca adecuadamente otros dos principios que actúan restrictivamente. muchas más cosas con relaciones irregularesque cosas con relaciones regulares entre sí. Este principio es. Si yo echase mil alubias sobre una mesa. parece ser. contamos y ponemos nombre a todo lo que esté sobre las líneas quetrazamos.del terremoto de Lisboa: toda la historia pasada habla deestar programada para traer. a acumular ruinas. Para evitar estas consecuencias pesimistas y salvar a su diseñador benéfico.esté. Ninguna disposición que para nosotros es dedesorden. y la descubrimos yconservamos ingeniosamente en nuestra memoria. en este mundo que cosas «adaptadas». puede haber sido en absoluto un objeto de proyecto. ticas o morales. hasta que la colección de todas 208 es que tales argumentos tan sólo obedecen las sugerencias combinadas de los hechos y nuestrosentimiento. aquella particular disposición de escombros. Nuestros tratos con la naturaleza son como éste. y lo restante y las líneas no trazadas no son ni cuantificadas ni nombradas. y entoncescabria decir que esa forma era la cosa prefigurada antes y que las otras alubias eran simplemente material irrelevante y derelleno. el hecho nos llama fuertemente laatención. a la luz de la biología reciente. cada vez másimprobable. no a laarquitectura. se ve que el orden y el desorden. La naturaleza es tan plenum vasto donde nuestra atención dibujalíneas caprichosas en innumerables direcciones. Se acumula con otras clases regulares. una en relación a otras. No prueban nada rigurosamente. En realidad hay muchas más cosas«inadaptadas». Está lleno de desorden según nuestro puntode vista. y eligiendo hábilmente siempre puedeencontrarse algún tipo de disposición de orden en medio de cualquier caos. tal como losreconocemos. son invenciones puramente humanas. El primero es físico:las fuerzas de la naturaleza tienden. Y lo mismo para cualquier otra disposición. por supuesto. por decisión propia.Cuando se mira al mundo sin una tendencia teológica concreta. tanto nos interesamos que. exclusivamente. que pueda considerarse dehecho como resultado de condiciones previas. Pero buscamos la clase de cosas regulares. de mueblesdestrozados y de cuerpos un día vivos.eliminando una buena cantidad sin duda podría dejar el resto en cualquier forma geométrica que me dijerais. cuando las encontramos realizadas.

de naturaleza simple y no física. ¿cómo se explicansus esfuerzos por definir sus atributos? Vale la pena estudiar las tentativas de la teología sistemática enesta dirección. difiere de todas las otrascriaturas en el hecho de poseer una existencia a se. la teologíadeduce. es verdad.Ya que Dios es la Causa Primera.corroboran nuestras parcialidades preexistentes. también. Él es Espiritual ya que. Es. su essentia y su esse deben darse de una sola vez. pero estas distinciones sólo son «virtuales» y establecidas desdeel punto de . Esto lo haceabsolutamente ilimitado desde fuera y. Podemos hablar. entre ser y actividad. por simple lógica. algún otro poder las habría combinado en el todo y esto contravendría sucondición de a se. deactos de Dios y de atributos precisos. ha de ser necesario y absoluto. ya que están presentes en infinitas sustancias quecomparten sus naturalezas formales y sólo son individuales en su aspecto material. Esto excluye de su ser todas aquellasdistinciones. la mayoría de sus otras perfecciones. Como Dios es uno yúnico. sostiene esta ciencia de las ciencias. es decir. entresustancia y accidente. Aún más. entre existencia y atributos. Es simple metafísicamente. ilimitado desde dentro. entre la potencialidad y la realidad. Por ejemplo. De esta cualidad de a se de Dios. Esta ausencia de limitación hace a Dios infinitamente perfecto. tan familiares en el mundo de las cosas finitas. y Único. porque lo infinitamente perfecto no admite par.Si la filosofía puede hacer tan poca cosa por establecer la existencia de Dios.su naturaleza y su existencia no pueden ser diferentes. Dioses Uno. por tanto. puesto que la limitación es noser y Dios es ser en sí. si estuvieracompuesto de partes físicas. no puede no serlo y de ninguna manera puede ser determinado por otra cosa.

no le podemos llamar «libre» ad intra. Dios es una persona. no puede sertampoco. Ad extra. Por lo tanto. nada más que Dios mismo. . siendo ya perfecto en ser y felicidad. pues si pudiera ser dibujado en el espacio. en otras palabras.Aún más. no puede cambiar. negaría su inmutabilidad. contravendría su necesidad.Esta ausencia de toda potencialidad en Dios. pues. y su objeto. Por consiguiente. es eterno. y eso negaría su cualidad de a se. puesto que nosotros las poseemos y eflectus nequit superare causam. primariamente. yentonces o la pérdida o la ganancia contravendrían su perfección. 8 Ya que por necesidad lógica ha de amarse yestimarse así. con la libertad de discrepancia que caracteriza alas criaturas finitas. sería compuesto ycontravendría así su indivisibilidad. do por nada externo. indivisible en cada punto delespacio. necesitaría una causa anterior. También esté presente en cada instante temporal. De cualquier modo. con su actualización o bien perdería o bien ganaría. Él se conoce a si mismo en un actoeterno indivisible y se desea con un deleite infinito. es omnipresente. por un acto de libertadabsoluta. En Dios todas estas perspectivas forman parte de una identidad del serabsoluta. o con respecto a su creación. en Él están absoluta y eter-namente en acto. No puedenecesitar crear. Es actualidad de los piesa la cabeza.Siendo una sustancia dotada de intelecto. le obliga a ser inmutable. sin embargo. es inmenso. Dios es libre. entonces. voluntad y libertad.Tiene inteligencia y voluntad y todas las otras perfecciones de las criaturas. Si hubiese algo potencial en Él. Si pasara por cualquier sucesión. ilimitado. Si fuesefinito.vista humano. dado que Dios no puede ser limita. Desea crear. Porque situviese origen en el tiempo. Así.

pues al conocerse Él como causa conoce asimismo a todas las criaturas. ya que en caso contrario su sabiduría admitiría momentossucesivos de enriquecimiento. es absolutamente autosuficiente: su amor y su llena nuestras enciclopedias. los hechos de orden delos que parte el argumento físico-teológico son así fácilmente susceptibles de ser interpretados como productos humanosarbitrarios. Sólo será convincente para quienes yacreen en él por otros argumentos. mientras tanto.Es omnisciente. Siempre que éste sea el caso. se sigue que elargumento a favor de Dios no constituirá una prueba contundente de su existencia. Si lo que crea procediese de su sustancia. 8 Para los escolásticos. su poderincluye la creación. puede hacer ser o dicho de otra manera. la facultas appetendi abarca el deseo y la voluntad. y ser así es lo que distingue a losvivientes de los que carecen de vida. Su conocimiento es preesciente porque está presente siempre. incluso conocecon antelación nuestros actos libres. entre y alrededor de ellas hay un caos infinito y anónimo deobjetos en los que nadie ha pensado nunca. Sin embargo. Es omnipotente porque todas lascosas que hace no implican contradicción lógica. cosas yhechos por implicación. de relaciones que nunca han llamado nuestra atención. se . En consecuencia. aunque no haya ningún argumento contra la existencia de Dios. de una materia que existieraeternamente y que Dios hubiese encontrado al alcance de la mano y le hubiese dado forma. 209 conocimiento son infinitos y adecuados y no necesita condiciones externas para perfeccionarlos. por ejemplo.y unapersona viva ya que es el objeto y el sujeto de su propia actividad. y eso contravendría su inmutabilidad.

en principio. Podemosdecir que el propósito secundario de Dios al crear es el amor. perosólo como medio para un bien más amplio. y ni su justicia ni su bondad le obligan a disuadir a los receptores de la libertad para que nohagan un mal uso del presente. porque eso contravendría su santidad. No puede desear el mal. a pesar del tiempo que nos ocuparían.continúa el fragmento que comencé a citaros con un par de páginas de una retórica tan magnífica queapenas puedo resistir incluirlas. preso de entusiasmo por el repertorio de perfecciones divinas. 9 Primero enumera someramentelos atributos de Dios. medio ni como fin. y les da ser absoluto como sustanciasfinitas que le son adicionales.Dios es naturalmente santo. después celebra su posesión de todas las cosas en la tierra y en el cielo. las cosas que crea las crea ex nihilo. Por consiguiente. de conocimiento. hasta los misterios de laTrinidad de Dios. y en segundo lugar. pues el conocimiento y el amor de Dios son la fuente principal de la felicidad. y la dependencia . de amor y de dignidad. por ejemplo. como aspectos que difieren de su esencia única desde unpunto de vista finito.negaríacon esto la definición de Dios como Causa Primera y lo convertiría en el simple motor de una cosa yacreada. ya que Él es la plenitudpositiva de los seres y el mal es la negación. Las hemosde atribuir a Él sólo en un sentido terminativo. pues bonum totius praeeminet bonum partis. hemos de distinguirentre las ideas que hay en Dios y la manera en que nuestra mente las refleja externamente.pero como en Dios no hay multiplicidad y estas ideas en la práctica son múltiples. De lo que se deduce que los demás han deser seres racionales.de felicidad. en primer lugar sólo pudo haber sido porejercer su libertad absoluta y manifestar a los otros su gloria. Al crear seres libres sólolo permite. No puededesear el mal moral. Es cierto que en algunos lugares ha creado mal físico. bueno y justo. capaces. lo que he resumido servirá de muestra de la teología filosófica ortodoxade católicos y protestantes. No os cansaré llevando estas determinaciones metafísicas más allá.Por lo que respecta al propósito de Dios al crear. Newman. Las formas que imprime a lo que crea tienen sus prototipos en sus ideas.

Discourses. y los libros que tratan el temapueden ser entregados a las llamas. Me parece que la mayor gloria de los pensadores ingleses y escoceses es que hayan tenido encuenta esta conexión orgánica. 210 las otras ideas sobre el tema. no lo separe el hombre. por lo tanto. ShadworthHodgson ha usado el . tales como la unicidad o la pluralidad de la sustancia espiritual en que estábasada. Nos presenta la filosofía escolástica «conmovidapor la emoción». éste es el significado del términomateria cualquier otro significado que se le pretenda dar es un simple juego de palabras. Se entiende como conexión habitual. ¿Cuál es la verdad particular queconocemos? ¿De qué hecho resulta? ¿Cuál es el valor efectivo en temas de experiencia particular? Éstaes la forma inglesa característica de enfocar una cuestión. cada diferencia teórica ha de resultar una diferenciapráctica. Dugald Stewart y Thomas Brown. las proposiciones que contienen estasideas pueden ser afirmadas o negadas indiferentemente. Elvalor efectivo de la materia son nuestras sensaciones físicas. lateología dogmática contiene algún valor para mentes como la de Newman.. Así pues. en efecto. vacías de significado inteligible. Fuera de este significado práctico no tiene otro alguno. dice Hume. III & 7.Mill y el profesor Bain han seguido más o menos consistentemente el mismo método. Hume hace lomismo con la causalidad. Lo mismo hace Berkeley con la «materia». Recordad que Locke aborda de esta manerala cuestión de la identidad personal. así es como la conocemos y esto es todo loque verificamos concretamente de su concepción. emocionalmente. John S. y como tendencia a buscar algo definidopor consecuencia. Afirma al respecto: lo que queremos indicar con ello es nuestracadena de recuerdos personales. en esto consiste la parte concreta verificable de su significado. Por consiguiente. que cadadiferencia ha de dar lugar a una diferencia. cit. Todas 9 Op.Lo que Dios ha unido. James Mill. quedan. Nos ayudará a estimar elvalor intelectual que posee si me permito una pequeña disgresión en este punto. Las escuelas de filosofía continentales a menudohan pasado por alto el hecho de que el pensamiento humano está orgánicamente conectado a suconducta. y toda filosofía habría de estarlo para ser entendida.de todo lo que acontece de su voluntad. El principio que guía la filosofía británica ha sido. y que el mejor método de discutir puntos teóricos es comenzar por establecer qué diferenciapráctica resultaría de una alternativa o de otra que fuesen verdaderas.

principio de forma explícita. Este principio nos ayudaráa decidir. hemos de determinarqué conducta puede producir. Pues. Si hubieraalguna tracción de un pensamiento que no produjera ninguna diferencia en las consecuencias prácticasdel pensamiento mismo. En resumen.o del pensamiento en reposo. quienes introdujeron el «método critico» en la filosofía. ha hecho un granservicio al pensamiento al desligar. al singularizarlo como básico y darle un nombre griego. a cuál de ellas considerásemos verdadera y a cuál falsa?Un filósofo norteamericano de eminente originalidad. de los casos particulares a que se había aplicado.nuestra acción puede ser firme y segura. y lo defiende como sigue: 10 «El pensamiento en movimiento tiene. qué podemos esperar de él y qué conducta hemos de disponer en el caso que el objeto fueraverdadero. siempre que esta concepción ostente un significadopositivo. Sólo cuando nuestro pensamiento ha encontrado su reposo en la creencia. inmediatas o remotas. de entre los diversos atributos que se han establecido en el repertorio escolástico de lasperfecciones de Dios. arranca de la concepción de estas consecuencias prácticas. como único objetivo concebible. esta conducta es para nosotros su único significado. . si todas las proposiciones fueran prácticamenteindiferentes. Lollama el principio del pragmatismo. Para desarrollar el significado de un pensamiento. los consideramosestrictamente así para distinguirlos de sus atributos morales. el'mico adecuado para hacer que esta disciplina llegase a ser un estudio digno de hombres serios.»En esto consiste el principio de Peirce: el principio del pragmatismo. Cuando todo estaba dicho y hecho. y no Kant. por consiguiente. entonces esta fracción no sería un elemento propio del significado delpensamiento. las creencias son reglas para la acélón y lafunción entera del pensamiento sólo es un elemento en la producción de hábitos activos. y el hecho tangibleen la búsqueda de todas las distinciones intelectuales es que no quepa ninguna tan sutil como la queconsiste tan sólo en una posible diferencia en la práctica.¿qué seriedad puede pretender el debatir proposiciones filosóficas que nunca producirán en la acciónuna diferencia apreciable? ¿Qué podría importar. el principio por elque los hombres se guiaban intuitivamente. Nuestra concepción sobre el objeto. fueron losautores ingleses y escoceses. Para conseguir una claridad perfecta ennuestra reflexión sobre un objeto.Si aplicamos el principio del pragmatismo a los atributos metafísicos de Dios. hemos de considerar qué sensaciones. el logro de la creencia. Charles Sanders Peirce. si algunos no son menos significativos que otros. con-cebimos.

¿qué diferencia vitalpueden producir en la religión de un hombre que sean verdaderas o falsas?Por mi parte. su «simplicidad» superior a la variedad interior que encontramos en los seres finitos. Tienen el rastro de la serpiente sobre ellos. incluso si nos viésemosforzados a aceptarlos por una lógica coercitiva. amor y absoluta felicidad en sí mismo. ¿cómo ayuda a ordenar mi comportamiento saber que su felicidad es encualquier caso absolutamente completa?A mitad del siglo pasado. Uno presiente que en manos de los . no puedo concebir ninguna consecuencia para nuestra religiosidad de que alguno de ellossea verdadero. distanciados de lamoral. de las necesidades humanas. Decidme. y a los que atesoraban pieles y esqueletos. sustancia y accidente. Su deducción de losatributos metafísicos no es sino un intercambio y un juego de adjetivos pedantes. su «personalidad» al margen de las cualidades morales que puede comportar su relación con elmal. suindivisibilidad y ausencia de distinciones internas entre ser y actividad. aunque me disgusta profundamente decir algo que pueda herir a personassusceptibles. en el sentido del capitán Mayne Reid.potencialidad y realidad. suinmaterialidad. y así sucesivamente: su rechazo a ser incluido en un género. y lanzabacontinuas invectivas contra los «naturalistas de gabinete». Tomad la cualidad de a se de Dios. 211pueden unas cualidades como éstas establecer alguna conexión definida con nuestra vida? Y si cadauna de ellas no requiere ninguna transformación sensible de nuestra conducta. he de confesar con franqueza que. Los teólogos sistemáticos son losnaturalistas de gabinete de la deidad. su autosuficiencia.. Mayne Reid era el gran escritor de libros de aventuras.. aún habríamos de reconocer que están desposeídos detodo significado inteligible. algo que podría obtener de la simple palabra «Dios» una de esasmáquinas lógicas de madera y latón que la ingenuidad reciente ha contrapuesto a un hombre de carne yhueso. -cándidamente hablando-. Elogiabasiempre a los cazadores y a los investigadores de campo de las costumbres de los animales. aunque estos atributos fueran deducidos de maneraimpecable. Cuando era niño. vol. p 286. XII. su infinitud enacto. por ejemplo. como él llamaba a los coleccionistas yclasificadores. ¿cómo 10 En un articulo (Cómo hacer nuestras ideas claras) de "Popular Science Monthly" de enero de 1878. pensaba que un naturalistade gabinete debía ser el tipo más vil y miserable bajo el sol.pienso que. o su necesidad. ¿qué acto específico puedo realizar para adaptarme lo mejor posible a lasimplicidad de Dios? O bien.

Si lateología dogmática prueba realmente y sin discusión posible que un Dios de estas característicasrealmente existe. Si este conglomerado de términos abstractos dieserealmente el quid de nuestro conocimiento de la deidad. Estas cualidades se relacionan con nuestra vida y es importante queestemos bien informados al respecto. la religión vital. Siendo omnisciente. haya encontrado razones para dudar que un buen Dios pueda haberlo diseñado. el profesionalismo el de la vida. Dios sólo puede desear el bien. las escuelas de teología podrían continuarfloreciendo. Determinan positivamente al temor.¿Qué diremos ahora de los llamados atributos morales? Pragmáticamente se encuentran en unaposición por entero diferente. Desde el punto de vista de la religiónpráctica. Probar labondad de Dios por el argumento escolástico de que no hay no ser en su esencia. elverbalismo ha ocupado el lugar de la visión. En vez de pan obtenemosuna piedra. en lugar de un pez una serpiente.teólogosconstituyen sólo una serie de atributos obtenidos por una manipulación mecánica de sinónimos. puede asegurar su triunfo. puede castigarnos por lo que ve. que se renuevan in saecula saeculorum en la vida delos hombres más humildes. Todas estas cosas constituyenefectos posteriores. nos puede observar en la oscuridad. en realidad. puede perdonar. Siendo amante. No sólo los idealista poskantianos lo rechazande plano. ¿cómo lo demuestra con argumentos?Lo demuestra tan mal como argumentaba su existencia. también es un atributo que establece relaciones definidas con nuestra vidapráctica. habría desaparecido de este mundo. sino que es un hecho histórico que nunca convirtieron a nadie que.Pero. el monstruo metafísico que ofrecen a nuestro culto es una invención absolutamente inútil de lamente erudita. ha dado un carácter definido al culto en todos los países cristianos. Lo que hace que lareligión persista es algo más que las definiciones abstractas y los sistemas de adjetivos concadenados. El hecho de que el propósito de Dios en la creación fuese lamanifestación de su gloria. la esperanza y son la base para lavida santa.Siendo justo.La santidad de Dios. puede reivindicar plenamente que suministra una base sólida al sentimiento religioso. a un escéptico como . Siendo santo.podemos confiar y contar con El. Entre otras cosas. por ejemplo. Siendoomnipotente. Siendo inalterable. pero la religión.Concluyo el tema de los atributos metafísicos de Dios. dada la índole moral delmundo. yalgo diferente también de las facultades de teología y de sus profesores. Sólo hemos de dar un vistazo para mostrar su enorme importancia. añadidos secundarios a aquellos fenómenos de comunión vital con la divinidad novisible de los que he dado numerosos ejemplos.

¡No! El libro de Job trató este tema de una vez por todas y definitivamente. y lo hizo la mas universal de las categorías. El razonamiento esun camino relativamente superficial e irreal hacia la deidad: «Pondré mi mano sobre mi boca.Estaba reservado a sus sucesores convertir la noción de Kant de Bewusstsein iiberhaupt.El primero de estos principios es que la antigua lógica de la identidad nunca nos haproporcionado otra cosa que una disección post mortem de disjecta membra. Kant simplemente pretendía decir que el eco de laconciencia «Yo pienso» debe acompañar (potencial o realmente) a todos nuestros objetos. o todavía ha de confiar en el pobre testimonio de sí misma?La base del idealismo moderno es la doctrina de Kant sobre el Yo trascendental de laapercepción. Mostraros. Será suficiente decir que enla escuela hegeliana. Con este término formidable. pero el «Yo» en cuestión había quedado identificado con elindividuo concreto Kant lo abstrajo y lo despersonalizó. pienso que debemos decir el adiós definitivo a la teología dogmática.212 el mencionado le resultaría simplemente estúpido. be oídohablar de ti de oídas. pero que continúa siendo todavía religioso.implica su antitesis. . tan influyente hoy en el pensamiento británico y en el norteamericano. cómo estatransformación se realizó de hecho me llevaría a tecnicismos innecesarios. un confiadosentido de presencia sin embargo -tal es la situación del hombre que es sincero consigo mismo y conlos hechos.» Un intelecto perplejo y confundido. que es el alma del mundo. pero ahora mis ojos te ven. y en la quetienen su ser nuestras diversas autoconsciencias personales. oconciencia abstracta. y que la plenitud de lavida puede interpretarse intelectualmente sólo si reconocemos que cada objeto que nuestro pensamientopueda proponerse implica la noción de algún otro objeto que en principio parece negar al primero. en una auto-conciencia infinita y concreta. dosprincipios han soportado el peso de la operación. incluso brevemente.» 11 En resumidas cuentas.aunque para el propio Kant el yo trascendental carecía de implicaciones teológicas.Sinceramente nuestra fe ha de perseverar sin esta garantía. Escépticosanteriores habían afirmado lo mismo. ¿El idealismo moderno puede ofrecer unabase mejor a la fe.

comosomera ilustración. se atreverá a sostener que el fuego del infierno o su equivalente de alguna formaestá demostrado por la lógica pura? La propia teología ha basado ampliamente su doctrina en la revelación y.ha tendido progresivamente a sustituir las ideas convencionales del derecho criminal por principios de razón a priori. comprendido como tal. de hecho. Permitidme citar. lo finito. desarrollando la plenitud de su significado. La duda y la negación lapresuponen e indirectamente la afirman. habría sido diseñado y tiene susvigas y travesaños instalados en el derecho penal. afirmo algo. con cielo plácido y plano. se muestra ahora como actual. relativoal pensamiento. Pero ¿quién. el atributo más importante de Dios es su justicia punitiva. Es absoluto. o semejanzas y diferencias estáticas. introducen con ellos algo más que no son ellos mismos. algunos fragmentos del trascendentalista escocés que ya he citado. que esta realidad es un Espíritu absolutoy. Escuchar tales argu-mentaciones debilita la religión. y sóloregistra predicciones y subsanciones. en el actual estado de jurisprudencia teológica sobre este punto. es increíble para nuestra imaginación moderna. 11 Para el pragmatismo.El programa es excelente.El segundo principio es que ser consciente de una negación ya es estar virtualmente más allá deella. Al aplicar estos principios parece que alcanzamos una fuerza propulsora en nuestra lógica que lalógica ordinaria de una desnuda y rígida autoidentidad nunca atiende. al discutiría. con vientos y planetas. de algo a algo nuevo. la verifica y la corrige. es ya infinito in posse.y este algo. Reemplaza la cosasupuesta al principio.la realidad en que reposa toda inteligencia?» Yresponde: «Pueden probarse dos cosas sin dificultad. Nada podría ser másdiferente de los métodos de la teología dogmática que los de la nueva lógica. pero no a mi pensamiento o al de cualquier otra mente individual. al principio sólo ideal o potencial. Cuando digo que algo es cierto. El simple hecho de plantear una cuestión. prueba que larespuesta o la satisfacción es inminente. [Los objetos de nuestropensamiento actual. a la inversa. que sólo en comunión con este Espíritu o Inteligencia absoluta puede el Espíritu finitorealizarse. el universo es un lugar donde las cosas son seguidas de otras cosasque las corrigen y completan. De la existencia detodas . y una lógica que nos da algo parecido expresaría la verdad mucho mejorque la lógica de corte tradicional que nunca procede.] Cambian y se desarrollan. ya que el menor movimiento de la inteligencia humana se detendría si nopresupusiera la realidad absoluta de la inteligencia. Pero lanoción de que este universo glorioso. o la expresión de una insatisfacción. de buen grado. 213«¿Cómo podemos concebir -escribe Caird. a saber. del pensamiento.

el amor. es en esta renuncia del yo donde me beneficio realmente. en esencia. La vida de la razón absoluta no es una vida que nos sea extraña. no vivir más mi propia vida. irrealizable. Como ser pensante. a lo que nos rendimos en realidad es a nuestro yo másverdadero. en una conciencia universalomnipresente que identifica con Dios.«Así. de una sucesióneterna de intuiciones. vive en la atmósfera de la VidaUniversal. A continuación. pasa a aplicar el principio que conocer tuslímites es. Pero es prerrogativa de la naturaleza espiritual del hombre que puedaabandonarse a un pensamiento o un deseo que sean infinitamente más grandes que los suyos. para él. incluso elautosacrificio. Y. imaginaciones.»Aquí. fusionan nuestro yo sólo con otro yo u otros yo finitos.infinito en la lógica abstracta. entonces nada podría alcanzar.pero dejar que mi conciencia sea poseída e inundada por la vida Eterna e Infinita del Espíritu. y llegara ser el mediurn puro de un pensamiento que es universal en una palabra. continúa Caird. sensaciones. pues -continúa nuestro autor-. elmejor de nosotros in actu no llega a ser absolutamente divino. me es posible suprimir y ahogar en mi conciencia cada movimiento deautoafirmación. por su propia naturaleza. Ya que mientras en un sentido abandonamos el yo paravivir la vida universal y absoluta de la razón. Caird efectúa la transición que Kant no hizo: convierte la omnipresencia de la concienciaen una condición general de «verdad» que es posible en cualquier parte. en su autonomíay calidad de absoluto. puede parecer. sinembargo. puede decirse. en otras palabras. el consuelo que ofrece resulta insuficiente. en la práctica. del Pensamiento Absoluto o autoconciencia. estar más allá de ellos. el carácter deverdad o realidad objetiva. o. El destino ideal del hombre. o cuando me doy cuenta de lasposibilidades más elevadas de mi naturaleza.las mentes individuales en calidad de tales puedo hacer abstracción. ¿no cabe ninguna solución a la contradicción entre lo idealy lo real? Existe una solución. cada deseo que me pertenece. La moralidad social. pero alcanzarla nos sitúa por encima de la esfera de la moralidad y noslleva a la de . Como serque piensa y es autoconsciente.Pero lo que no puedo pensar desde fuera es el pensamiento o la autoconciencia misma. cada noción y opinión que es simplemente mía.»De cualquier forma. y trata la transición hacia la experiencia religiosa de losindividuos con las siguientes palabras:«Si [el hombre] sólo fuese una criatura de sensaciones pasajeras y de impulsos. mientras seamos capaces de comprender esta doctrinadesde fuera. Sea lo que fuere que podamos ser in posse. puedo pensarías desde fuera.

la religión. Puede decirse que es la característica esencial de la religión. el error. de apropiarse de esa herenciainfinita de la que ya estamos en posesión. en esta atmósferainterior en que se encuentra su verdadera vida se ha concluido la lucha y la victoria ya se ha alcanzado. la imperfección. pero a la luzde la idea precedente. en contraste con lamoralidad. pertenecea su propia esencia que el Infinito deje de ser una visión lejana y llegue a ser una realidad presente.pero lo está implícitamente. No en el vanointento de ser poseído de riqueza infinita mediante interminables incrementos o adiciones finitas. en lugar deabandonar al hombre a la persecución interminable de un ideal que se desvanece. la anticipación en realización. en uno u otro aspecto. De hecho. y lo estarán actualmente. Esto. es la señalde que la división entre el Espíritu y su objeto ha desaparecido. el progreso no es un progreso hacia sino en la esfera de lo Infinito. implica la identificación de lo finito con unavida que se realiza eternamente. Aunque no está exento de tentaciones y conflictos. Tanto si vemos la religión desde el lado humano como desde el divino -como la rendición del alma a Dios o como la vida de Dios en el alma-. no le pertenecen realmente. Entrar en la vida religiosa 214 es terminar la lucha.» 12 . Todo el futuro de la vida religiosa está dado en su comienzo. o el nombre que se desee-.El espíritu ya no vive una vida finita sino infinita. que lofinito ha alcanzado su objetivo y ha quedado impregnado por la presencia y la vida de lo Infinito. o autor rendición. es verdad que la vida religiosa es progresiva. sino su comienzo y su nacimiento en el alma. y en el proceso de quedar anuladas se convierten en los instrumentos delprogreso espiritual. sinoque es el afán. oconfianza. que lo ideal ha llegado a ser real. lo hace partícipe realde una vida divina o infinita. Laprimera pulsión de la vida espiritual. cuando comprendemos correctamente su significado. La posición del hombre que ha entrado en la vida religiosa le enseña que elmal. se trata de excrecencias que no tienenrelación orgánica con su naturaleza auténtica: ya están virtualmente. mediante el ejercicio constante de la actividad espiritual. sin embargo.suprimidas y anuladas. transformar la aspiración en fruición.»La unidad de la mente y la voluntad con la mente y voluntad divinas no es la esperanza futurani el propósito de la religión. cada latido de su (existencia) es la expresión y larealización de la vida de Dios. Este acto que constituye el comienzo de la vida religiosa -llamémosle fe.

2a.Los argumentos más persuasivos a favor de un alma individual concreta del mundo de los que tengo conocimientoson los de mi colega Josiah ROYCE. De nuevo. ¿si el idealismo trascendental fuera tan objetivo yabsolutamente racional como pretende.la esfera delsentimiento y de la experiencia directa del individuo. 1880. VII y VIII. rechazantercamente considerarlos convincentes. disculpadme de probar técnicamente quelos razonamientos trascendentalistas fracasan en hacer la religión universal. Londres y Nueva York. 243-250 y 291-299. En lo que respecta a Escocia. podría fracasar de forma tan rotunda en ser persuasivo?Debéis recordar que lo que la religión relata siempre se da a entender que es un hecho de 12 John CAIRD: An Introduction to the Philosophy of Religion. C. sólo he de mencionar lascriticas memorables del profesor Fraser y del profesor Pringle Pattison. incluso los religiosamente mejor dispuestos. Edimburgo y Londres. FRASSR: Philosophy of Theism.SELH [PRINGLE-. caps. Pero cuando todo está dicho yhecho. ed. y ha puesto los fundamentos de la religión en unarazón imparcial? ¿Ha alcanzado la religión universal mediante un razonamiento coercitivo. al oírlas. especialmente parte II. han rechazadopositivamente la argumentación hegeliana. puede afirmarse.transformándola de fe privada en certeza pública? ¿Ha liberado sus afirmaciones de la oscuridad y elmisterio?Yo creo que no ha hecho nada de eso. A. Reproducen eléxtasis de aquellas crisis de conversión de que hemos hablado. p. 13 Una vez más. y el santo. 1899. ya que puedo señalar elsimple hecho de que la mayoría de eruditos. ibid. Es realmente gratificadorencontrar el contenido de la religión explicado tan unánimemente.. sino que simplemente ha reafirmado las experiencias delindividuo mediante un vocabulario más general. con los que tantos de vosotrosestáis familiarizados. pregunto. Todos los alemanes. dicen lo que el místico sentía pero fueincapaz de expresar. reconoce su propia experiencia.PATTINSON]: Hegelianism and Personality.Estaréis dispuestos a admitir que ninguna descripción de los fenómenos de la concienciareligiosa podría ser mejor que estas palabras de vuestro llorado predicador y filósofo. muyresumido. en su . ¿Ha transcendido Caird -y sólo lo utilizo como ejemplo de este modo de pensar. 1890. 13 A.

ti se me alcanza escribirlo. del que sólo el sentimiento puede responder. concluir enumerando brevemente lo que todavía puede hacer por la religión. Si determinadas percepciones no pueden mantenerse en pie. seguramente elrazonamiento abstracto no puede darles el soporte que necesitan. de cualquier modo. 215experiencia. a algunos de mis lectores les parecerá que me evado del deber filosófico que me imponemi tesis en esta conferencia. la verdad de las intuiciones liberadoras de laexperiencia religiosa directa es absolutamente desesperanzador. Siempre hay un plus. dice la religión. permitidme decir queespero que este volumen sea seguido por otro. ya que ni tan siquiera intento enfrentarme de forma articulada con los argumentos del profesorRnyce. que la religión puede transformarse en una ciencia universalmente convincente). me parece que hemos de sacar la conclusión de que el intento pordemostrar. Mientras tanto. Los procesos conceptuales puedenclarificar hechos. The World and Ihe Individual. la divinidad está realmente presente. definirlos. 1897. a través de procesos puramente intelectuales. sino otros a favor del monismo absoluto sean considerados con toda la plenitud ticnica que su gran importanciareclama. Así. pero no los producen. Boston. señalar elhecho de que ninguna filosofía religiosa ha convencido a la masa de pensadores. Ahora me resigno a permanecer pasivo ante el reproche de superficialidad. Admito la evasión momentánea. y se transforma francamente de teología enciencia de las religiones . y entre ella y nosotros las relacionesde dar y recibir son reales. 1901-1902. y vuelvo así a la tesis que anuncié al principio de esta conferencia. me parecióque no había espacio para la discusión metafísica sutil y que para propósitos tictícus era suficiente. la filosofía en esta esfera tiene una función secundaria que no puede garantizar la veracidad de lafe.Sería injusto para la filosofía. 1885. Permitidme. En estas conferencias.pues.Religious Aspect of Philosoplly. conception of God.. un aquello. interpretarlos. Sin duda. Nueva Yorky Londres.pues. siendo el debatefilosófico el que es (es decir. en el que no sólo los argumentos del profesorRoyce. Si abandona lametafísica y la deducción por el criticismo y la inducción.Con triste sinceridad. Nueva Yorky Londres. y más tarde en sus conferencias Gifford de Aberdeen. 2 vols. que están establecidas sobre un molde popular. terminar con esta frase negativa. ni pueden reproducir suindividualidad.

por comparación. Como resultado.La inteligencia del hombre define espontáneamente la divinidad que percibe a través de formasque armonicen con sus predisposiciones intelectuales temporales. positivas y negativas. por las que siempre se comprueban las hipótesis. también la ciencia de lasreligiones dependería. La filosofía puede. de hechos de experiencia personal. al igual que las personas ciegasaceptan los hechos de la óptica -resultaría absurdo no aceptarlos. de lo que ha de tomarseliteralmente. puede dejar un residuo de concepcionesque cuando menos sean posibles. Puedo eliminar las incrustaciones históricas deldogma y la devoción Comparando las doctrinas religiosas espontáneas con los resulta. pero conoce secretamente el vacío y la irrelevancia. Nadie conoce todo eso tan bien como elfilósofo. verificándolas de todas lasformas. como lo hace toda ciencia. la filosofía puede suprimir aquellas doctrinas que ahora resultan científicamente absurdas eincongruentes. otrabajar en un vacío conceptual. Debe disparar su salva de nuevos vocablos con su escopeta conceptual. pero habría deajustarse a través del proceso de las reconstrucciones críticas. La filosofía vive de palabras. Puede conseguir esto con mayor éxito cuanto mejor distinga lo común yesencial de lo individual. Sus fórmulas son .No veo por qué una crítica de la Ciencia de las Religiones de este tono no podría merecereventualmente de forma general una adhesión pública como la que merece una ciencia física. Habría de confesar. y de los elementos locales de las creencias religiosas que compara. Puede mejorar la definición de estas hipótesisdistinguiendo lo que es sobrecreencia inocente y expresión simbólica. Inclusolos personalmente no religiosos aceptarían sus conclusiones sobre la fe. En elacto viviente de la percepción hay siempre algo que se vislumbra y se apaga y no puede apresarsenunca. que las sutilezas de lanaturaleza escapan y que las fórmulas son sólo aproximaciones. y por esto la reflexión siempre llega demasiado tarde. pero laverdad y la realidad fluyen en nuestras vidas de formas que exceden la mera formulación verbal.eliminar lo local y accidental de estas definiciones. Nunca podría huir de la vida concreta. Así como la óptica ha de alimentarseen primera instancia de hechos que experimenten personas que vean.1 puede llegar a ser enormemente útil. Quizá pueda llegar a ser el portavoz o representantede una que considere la más verificable o verificada. en su materia original. Puede reducir sunúmero ya que muchas están abiertas a la objeción. Entonces puede tratarlas como hipótesis.Tamizando de esta manera las formulaciones inútiles. dos de la ciencianatural. puede ofrecer su mediación entre creencias diversas y ayudar a lograr unconsenso de opiniones. ya que su profesión lecondena a esta tarea.

intentaré formular conceptualmente la verdad de la que estestimonio.movimiento. frescos y vidrieras decolores.En las construcciones . al lugardonde estábamos antes. quedaremos en libertad para hacer una revisión general y sacarnuestras conclusiones. les falta profundidad. la creencia de que las fórmulas sonverdaderas nunca puede ocupar por entero el lugar de la experiencia personal. en una última conferencia. in-telectualizan involuntariamente sus experiencias religiosas. vitalidad. En la esfera religiosa.En la próxima conferencia intentaré completar la tosca descripción de la experiencia religiosa. aunque siempre puede añadirse lacalificación «en conjunto». mármoles. ya que tienen otra utilidad que descuidé considerar. En esta conferencia hemos de reincidir en la descripción.Después. los servicios de la religión. tal como he dicho hace un momento. que será la última. los epítetos sonoros ofrecen el aire y la armonía a nuestra devoción. y acabar deperfilar la conciencia religiosa con unas palabras sobre algunos de sus elementos característicos.El primer punto a tratar es la participación que aduce la vida estética en el momento dedeterminar la elección personal de la religión. Enriquecenuestra piedad desnuda asimilar estas añadiduras verbales exaltadas y misteriosas. Volvamos a la filosofía empírica: es verdad lo que funciona bien. muestra que su valor estético es muy elevado. como un himno dealabanza y un servicio de gloria pueden resultar todavía más sublimes por el hecho de serincomprensibles. 216 Conferencia XIX.como fo-tografía estereoscópicas o cinetoscópicas vistas fuera del instrumento idóneo. necesitan fórmulas al igual que necesitancompañía en el culto. al entonar comoentonaría un servicio religioso en la catedral. Mientras actitudes como la de Newman 2 se vuelven tan celosas de su crédito comolos sacerdotes paganos lo son de las joyas y ornamentos que resplandecen sobre sus ídolos. en particular.Otras características Hemos vuelto. como enriqueceasimismo a una iglesia poseer un órgano y viejas lápidas sepulcrales. Los hombres. yen la que seguirá a ésta.El elocuente fragmento en el que Newman los enumera 1 nos sitúa sobre su rastro. Quizás hablé demasiado desdeñosamente de la inutilidad pragmática del famosorepertorio escolástico de los atributos de la deidad. su utilidad para el individuo y la utilización que deellos hace el propio individuo en el mundo constituyen los mejores argumentos de veracidad. después de nuestro dilatado recorrido por el misticismo y la filosofía.

50. lograseis mantener todos loscompromisos. que es la fuente y la culminación del 1 «Idea of a University». al hablar desantidad. sin nada que interfiriera su realización inmediata. 3 La diferencia intelectual es bastante similar en importancia práctica a la análoga diferencia de carácter. La necesidad interiormás bien es de suyo institucional y compleja. una religión individual difícilmente servirá a sus propósitos. cómo algunos caracteres se resienten de la confusión y han de vivir en estado de pureza.» Apología. pp. sin embargo.» Y de nuevo. Hay hombres que sufrirían un sincope si pagaseis todas sus deudas. mayestática en la interrelación jerárquica de sus partescon una autoridad descendente gradualmente y.religiosas en las que la mente se recrea espontáneamente. en cada nivel. 1897. regularidad y simplicidad. 48. III. cuando habla de si mismo a la edad de treinta años. en último término de la divinidad. Prometí no decir nada sobre los sistemas eclesiásticos establecidos en estasconferencias. & 7. derivados. puede permitírseme que diga unas palabras sobre la forma en que lasatisfacción de determinadas necesidades estéticas contribuye a su influencia sobre la naturalezahumana. Vimos. ante sus ojos. Un día tan libre y sorprendentemente desnudosería para ellos . aligeraseis sus problemas y cumplieseis sus obligaciones. el exceso de tensión. objetos susceptibles de adjetivos demisterio y esplendor. 3 Cuando la mente de alguien tiende marcadamente haciaeste tipo externo. para otros. nunca debemosolvidar el motivo estético. Discourses. hasta que sólo queda unamesa limpia.Para Otros. la sobreabundancia. 2 La imaginación de Newman anhelaba tan innatamente un sistema eclesiástico que puede escribir: «Desde la edad dequince años el dogma ha sido el principio fundamental de mi religión. de cualquier modo.el supremo retiro imaginativo es la riqueza. la propia estimación y otras relacione» superficialesson indispensables. no conozco ninguna otra religión. por el contrario. contestaseis sus cartas. Aunque algunas personas aspiran a la pureza y sencillez intelectual. escribe: «Megustaba actuar como si estuviera delante de mi obispo. como bajo la mirada de Dios. No puedo hacermea la idea de ningún otro tipo de religión.

que el protestantismo siempre mostrará a los ojoscatólicos la fisonomía de un hospicio. 217 sistema. Entonces se siente uno como en presencia de alguna gran obra de orfebrería o arquitectura. aunque sea superior en profundidad espiritual que el catolicismo. tenga éxito hoy a lahora de conseguir conversos numerosos del eclesiasticismo más venerable. al temor y altemblor. inocentesy afables. provenga de una «casa» en medio de un prado que cuenta incluso con una sala de estarcon su Biblia en el centro de la mesa. para los intelectuales católicos muchas de las creencias y prácticas anticuadas lo sonsolamente para los protestantes. además. cuándesnuda la atmósfera de aquellas vidas religiosas aisladas que se vanaglorian de que «el hombre puedeencontrarse con Dios en el desierto»! 4 Qué pulverización y desmantelamiento de una estructura tangloriosamente instituida! A una imaginación acostumbrada a las perspectivas de grandeza y gloria. Lo mismo pasa con la comodidad. Empobrece la imaginación monárquica!La fuerza de estos sentimientos estéticos hace rigurosamente imposible. la elegancia. Son pueriles en el sentido agradable de la palabra «infantil». cuán simple debe parecer el protestantismo evangélico. percibe la sensación cultural que procede de cada elemento. y se recibe a cambio un presidente que lleva abrigo negro y te saluda a mano tendida. los reconocimientossociales -algunos de nosotros necesitamos un buen número de estas cosas que a otros les parecerían un conjunto de mentirasy sofisticación. a mi modo de ver.Algo similar al sentimiento patriótico de aquellos individuos educados en antiguos imperios.Cuántas emociones deben quedar frustradas cuando se renuncia a los títulos honoríficos. La amarga negatividad es incomprensible para la mentalidadcatólica. tiene tantas celdas con tan variados tipos de miel. Éste ofrece a la fantasíapastos más ricos. queel protestantismo.espantoso. a los tonoscarmesí y al fragor de las trompetas. a los bordados de oro. elesquema desnudo del Evangelio parece que le ofrece un hospicio por un palacio. a las tropas emplumadas. A este . y tan augustasinstituciones lo mantienen en su sitio. por el contrario. y puedeque. son pueriles en el sentido de constituirfalsedades estúpidas. resulta insignificante. donde los movimientos ascendentes y descendentes no parecenatentar a la estabilidad. por humilde que sea. que merecen una sonrisa en consideración en la condición escasamente desarrollada de lainteligencia del pueblo. es tan indulgente en susmultiformes llamadas a la naturaleza humana. Para el protestante. donde ningún detalle. oyela multitudinaria llamada litúrgica. que debe destruir en su redundancia delicada y amable dejando al católico que seestremezca de gozo en su literalidad. com-parado con esta noble complejidad. las muestras de afecto.

.Los sacrificios a los dioses emergen omnipresentes en el culto primitivo. de NEWMAN. diré unas palabras sobre cada uno de estos elementos. donde «el dócil amante del bien». se señalan tres cosas como sus elementos esenciales. suscentros de energía emocional son demasiado diferentes. 5 Compárese la informalidad del protestantismo. En las prácticas ascéticas quealientan el islamismo. El judaísmo. visita a los enfermos.último el protestante le parece tan taciturno como si fuesealguna especie de reptil monótono. El primero es el sacrificio. Lamentablemente es demasiado largo para citarlo. también lo hace el cristianismo. por unos «méritos» que se acumulan. con el elaborado «negocio» que se establece en la devoción católica.En la mayoría de los libros sobre religión. por sus«ejercicios» determinados y Su pose . 4 En Lectores on Justification. Ambas actitudes nunca se comprenderán. La verdad rigurosa y las complejidades de lanaturaleza humana siempre necesitan un intérprete mutuo. excepto cuando la noción se conserva de una formatransfigurada en el misterio de la crucifixión de Cristo. el islamismo y el budismo se desarrollan sinsacrificio ritual. el budismo y la más vieja cristiandad.Aunque brevemente. por una relación privilegiada con el Todopoderoso. § 6. Estas religiones sustituyen con ofrendas delcorazón. sólo con su Dios. particularmente en la conferencia VIII.etc. renuncias del yo íntimo. ciego y entumecido. 5 Lo mismo ocurre con la pluralidad estéticade la conciencia religiosa. pero a medida que loscultos se van refinando. hay un fragmento espléndidoexpresivo de esta manera estética de Sentir el esquema cristiano. y que comporta el estimulo social de otros asuntosmás complejos. las ofrendas crematorias y la sangre de macho cabrio han sido reemplazadaspor sacrificios de naturaleza más espiritual. llamando su atención como una dévote profesional. por sus santosprotectores. en principiopuramente por coquetería. por su confesor y director espiritual. todas aquellas vanas oblaciones. Una mujer católica de mentalidad mundana puede llegar a ser una visitadora de enfermos. Alhablar sobre el ascetismo me referí a su significado como símbolo de los sacrificios que la vida. observamos cómo permaneceindestructible la idea de que cualquier sacrificio de algún tipo constituye un ejercicio religioso.

Como mucho. Aparta al hombre de la plegaria. si el mundo no seconvierte en nada diferente por el hecho de que haya tenido lugar. El fenómenoreligioso. entonces la plegaria. Puede probarse que la esfera de influencia dela plegaria es exclusivamente subjetiva y lo que cambia de forma inmediata es la mente del creyenteque la formula. en todas partes y en todos los niveles. La convicción de que algo se intercambia genuinamente en laconciencia constituye el corazón de la religión viva. puede quedar una cierta creenciainferencial de que el orden de la existencia ha de tener una causa divina.social decididamente reconocida en la organización. por supuesto. placentera para personas de gusto piadoso. y la religión ha de clasificarse. sin diálogo interno. sino como enraizada por entero en el engaño. mientras que en la religión experimental y en la vida de plegaria parece que seamos protagonistas. sin intercambio íntimo. si realmente no se intercambiase nada mientras dura. Una creación artificial y muerta que escasamente revela. no simplemente como portadora de elementosfalaces .» 9 Me parece que toda la serie de conferencias confirma el argumento de Sabatier. cuando las experiencias directasde la plegaria han sido eliminadas como falsos testimonios. les dejaría sólo la parte del espectador en unaobra. en relación a lo que se intercambia se dieronsiempre grandes diferencias de opinión. A la postre.y no en una representación ficticia sino en la propia realidad. a quien la examina. Nació en la época del racionalismo. estudiado como un hecho interior y separado de las elaboraciones teológicas y eclesiásticas.El carácter genuino de la religión queda así indisolublemente ligado a la cuestión de si laconciencia de ruego es o no engañosa. de las investigaciones críticas.una característica propia de la religión. que los poderes invisiblesfantasean cosas que ningún hombre ilustrado puede creer. Se ha supuesto. sería. esta pretendida religión sólo constituyeuna filosofía. si no constituyese unarelación de dar y recibir. un sentimientoilusorio. Pero esta forma de contemplarla naturaleza.éstos indudablemente existen en todas partes-. en conjunto. Pero aunque nuestra opinión sobre la . Le sitúa con relación aDios en un alejamiento mutuo. y todavía se supone.se ha demostrado que consiste. 219 «religión natural» no es propiamente religión. y nunca fue nada másexcepto una abstracción. Esta relación se entiende como activa y mutua. sin trato alguno ni acción deDios en el hombre ni retorno del hombre a Dios. en la conciencia que poseen losindividuos de una relación entre ellos mismos y los poderes superiores con los que se sientenvinculados.según los ateos y los materialistas afirmaron siempre. Si no fuese efectiva. tomada en susignificado amplio de cierta sensación de que algo se intercambia.

es demasiado complejo para resumirlo aquí. mister Myers escribe. se liberaría y podría actuar en alguna parte. Entonces. A nuestro alrededor existe un universoespiritual que está en relación con el mundo material. 24-26. Sipreguntamos a quién dirigir la plegaria. ha de mantenerse o desaparecerpor la persuasión de que efectos de algún género ocurren genuinamente. 2a. sea favorable a la 9 Auguste SABATIER: Esquiase d'une Philosophie de la Religion. aquellas cosas que no pueden realizarse de ninguna otra manera acontecen: la energía.al igual que el vigor de nuestra absorción de alimento material varía con las horas. que me permite citarla. 220 atracción. Primero consideremos los hechos. significa un incrementoreal de la intensidad de absorción de poder espiritual o gracia. ¿cómo debemosactuar a partir de estos hechos? Debemos esforzarnos por obtener tanta vida espiritual como seaposible. quesi no fuese por la plegaria quedaría anulada. insistela religión. M. Muestra que el instinto de ruego es independiente de laselaboraciones doctrinales usuales. 1897.plegaria y sus efectos puede verse limitada por lacrítica. resumido. Myers escribea un amigo. en el sentido vital que estas conferencias estudian. la religión. según la experiencia. Nuestros espíritus sesostienen por una atracción eterna hacia esta energía. Plegaria es el nombre general para la actitud de expectación abierta y sincera. Bueno es permitir que los niños eleven . Del universo espiritual procede la energía quemantiene al material. por cierto) ha de ser que eso notiene demasiada importancia. la respuesta (curiosamente. o porqué canal se otorga la gracia. ed. pp. la energía que produce la vida de cada espíritu individual. objetiva osubjetiva. pero no sabemos suficientemente lo queocurre en el mundo espiritual para saber cómo actúa la plegaria. y el vigor de la atracción cambia perpetuamente.. del mundo de la realidad.Este postulado se expresa de forma sorprendente en una carta que Frederic W.«Estoy contento de que me preguntes sobre la plegaria porque creo tener ideas bastanteformadas sobre el tema. A través de la plegaria. quién toma conocimiento de ella. la plegaria no es una cosa puramente subjetiva. y situar nuestras mentes en cualquier disposición que.»Los llamo "hechos" porque pienso que un esquema de este estilo es el único plausible connuestra evidencia presente.

Múller recibió y administró casi millón y medio de libras esterlinas yviajó doscientas mii millas por mar y tierra.»Prescindamos de la cuestión de la verdad o falsedad de la creencia de que el poder espiritualpueda ser absorbido. de Bristol. si es posible. elevomi corazón al Señor para que. mientras que decir que Dios nos oye es simplemente repetir el primer principio. y espero una respuesta a mi plegaria. Las plegarias de Müller eran del orden más craso. queda para la próxima conferencia. cuandouna persona con quien tengo una cita no viene a la hora prevista y comienzo a impacientarme. «cuando pierdo alguna cosa comouna llave – escribe . pensando quetarde o temprano las plegarias son atendidas si creemos lo bastante. encualquier caso. folletos y tratados sobre las Escrituras. Otros resultados fueron el equipamiento de varios centenares de misiones. y a la edad de ochenta y seis añosdejó unos bienes valorados apenas en ciento sesenta libras.pido al Señor que me dirija a ella. En sus años de tarea. es el espíritu individual más elevado que conocemos.renunciando a su propia previsión mundana. el de George Müller.finalmente la fundación de escuelas en las que unió ciento veintiún mil alumnos jóvenes y adultos eraneducados. y espero una respuesta.plegarias a Cristo que. Dejemos que esta conferencia se limite a la descripción delfenómeno.nuestras conclusiones dogmáticas. muebles y dinero di caja. que lagracia brota del mundo espiritual infinito. laconstrucción de cinco grandes hospicios y la educación y manutención de miles de huérfanos. 10 Durante los sesenta y ocho años de su ministerio nuncaposeyó ninguna propiedad. lacirculación de más de ciento once millones de libros. cuando no entiendo una parte de la Palabra de Dios. y como ejemplo particular de un tipo extremo de la forma de cómo ha de desarrollarse lavida de plegaria. y espero ser enseñado aunqueno preciso ni el momento ni la manera en que ha de ocurrir.Su método era dejar que sus deseos se conociesen públicamente. Para aliviarías rogaba directamente al Señor. se digne instruirme. Tuvo una carrera extraordinariamente activa y de éxito. ruego alSeñor que le di prisa. cuando . por el Espíritu Santo. tomaré un caso que muchos de vosotros conoceréis. donde debemos formular.uno de cuyos frutos fue la distribución de más de dos millones de ejemplares de las Escrituras endiferentes lenguas. pero no informar de losdetalles de sus necesidades temporales. Pero sería imprudente decir queCristo nos oye. Muy pronto en su vida resolviótomar algunas promesas de la Biblia con sinceridad literal y dejar que la mano de Dios le alimentase. excepto la ropa.que murió en 1898.

y cada vez que actuamos de este modo. Nueva York. pareceque nunca sucedió.. encontramos más difícilconfiar en Dios hasta que. «Como el Señor seocupa de nosotros día a día el pago semanal podría presentarse y -suceder que no tuviéramos dineropara hacerle frente.. podrían resultar dañados.. y .si nunca has caminado antes por el . Con todo.. que es elresultado de mi confianza. para quienes ponen su confianza en él-». o cuando después de la 10 Mi referencia para estas estadísticas es la pequeña obra de Frederick G. hoy comoayer.» 11 Al fundar sus orfanatos con la sola ayuda de la plegaria y la fe. en medio de la mayor necesidad. no estoy deprimido. WARNE sobre Müller. e! combustible.¡Qué diferente es cuando uno es capaz de esperar la hora de Dios y recurrir a Él sólo en busca de ayuday liberación! Cuando al final la ayuda llega.»Los artículos necesarios de los que habla eran la comida.La costumbre de Múller era no tener deudas. y todo sin queninguna persona hubiese estado informada de nuestras necesidades.voy por el mundo. yo apenas podría trabajar ya que raro es el día en que no necesito algo porun lado u otro. De hecho. «Nunca he sentido más grande y manifiesta la presencia de Dios que cuandodespués de desayunar no había nada para la comida de más de cien personas. y sin embargo el Señor nos proporcionaba el té. A partir de ahoray mientras el Señor nos dé las provisiones de cada día. 1898. de susinstituciones caritativas. espero ayudadel Señor. mente. etc. Por la gracia espiritual estoy tanplenamente seguro de la lealtad del Señor que. 221 comida no había nada para el té. y podríamos así darnos cuenta de que actuamos -contra el precepto de Dios "No debas nada a nadie". me encuentro libre yen paz para realizar mis otros trabajos. ni siquiera durante una semana. aunque parezca muy necesario y aunque aquellos con quienes tratemospretendan cobrar semanal. dejamos escapar nuestra razón natural y la incredulidad predomina. «¿Qué pasa cuando nos anticipamos a Dios yendo a nuestro aire? Ciertamente debilitamos la fe en lugar de incrementarla. ¡qué dulce es y qué recompensa! Querido lector cristiano.. si el Señor no me hubiera dado esto. nos proponemos comprar sólo cuando podamospagar inmediatamente. 12 Por esta razón no quiso pedir dinero para ninguna desus empresas. sino alegre porque confío en su asistencia». y así aquellos con quienes hacemos trato. al final. aunque a menudo estaban muy cerca de quedarse sin comer. Müller reitera que su motivoprincipal era «tener algo que señalar como prueba visible de que nuestro Dios y Padre es el mismo Diosleal que siempre ha sido tan deseoso como siempre de demostrar que es el Dios viviente.

219. 12 Id.» 14 El caso de George Müller es extremo en todos sus aspectos. y porlos orfanatos y otras empresas. 126. Cuando la fe y la paciencia estuviesen suficientemente probadas. Nueva York. Su Dios era. «Y así lo ha demostrado . Parece que para Müller ha sido poca cosa más que una especie de administradorsobrenatural que se interesaba por la congregación de comerciantes. porque hoy me haproporcionado dos mil cincuenta libras.Crowell. ya que espero respuestasa mis oraciones. como frecuentemente ha repetido. Es imposible describir mi alegríaen Dios apenas he recibido esta donación. p. 228.cito de su diario-. Resumiendo. que era sus santos patronos. pues. susocio en los negocios.» 13 Cuando las provisiones llegaban lentamente. hazlo ahora y entonces conocerás experimentalmente la dulzura de la alegría que produce. 15 Cuando comparamos una 11 The Life of Trust: Being a Narrative of the Lord’s Dealings with George Müller. Múller consideraba que se trataba de una pruebapara su fe y su paciencia. No estaba excitado ni sorprendido. como David en el versículo 2 del capítulo VIII de Samuel. pp. el Señorenviaría mayores medios. Creo que Dios me escucha. 194. new American edition.. 13 . Múller eraabsolutamente afilosófíco.camino de la obediencia. Su concepción intensamente privada y práctica de sus relaciones con Dioscontinúa las tradiciones del pensamiento humano más primitivo. Al finalme he postrado de hinojos y he estallado en agradecimiento al Señor y he rendido de nuevo mi corazóna su bendito servicio. Pero mi corazón estaba tan lleno de alegría que sólo podía inclinarme ante Dios y admirarlo. pero que estaba desposeído de cualquiera de aquellos atributos másvastos e ideales con los que la imaginación humana lo ha investido. y en ninguno lo es más que en laextraordinaria estrechez de su horizonte intelectual. de las cuales dos mil son para los fondos de construcción (deuna casa determinada) y cincuenta para las necesidades inmediatas.

VII. 440." Y el chico le dio un golpe en la cabeza y le hizo caer [. o bien cayó 222 mentalidad como la suya con. de ARBER. de su presenciae influencia activa. en el cráneo del hombre que atenazaba mibrazo izquierdo.. 15 No resisto la tentación de citar una expresión. vi un pasador colgado. sin duda ha de parecer a numerosos cristianos de cualquier país que refleja su propiaexperiencia personal. atacaron a la tripulación formada por siete hombres franceses. por ejemplo. p. vol. le dije al chico: "Da la vuelta a la bitácora y tira al suelo al hombre que está colgadoa mi espalda. la de Emerson o la de Phillips Brook. hicieron prisioneros a losotros cinco y se devolvió el barro a puerto.]. p. (Uno de los franceses arrebató el pasador. 16 pero para nuestros intereses elcaso de Müller será suficiente.Hay abundante literatura relacionada con las respuestas a las rogativas. Lyde describe cómo en esta proeza encontró en Dios una gran ayuda en losmomentos de lucha:«Con la ayuda de Dios resistí cuando ellos tres y otro más querían tirarme al suelo. Entonces busqué un pasador o cualquier otra cosapara pegarle. p. cuando noté que el hombre quecolgaba de mi cintura era muy pesa do. 14 Id. un cuarto de pulgada. de un estilo todavía más primitivo de pensamiento religioso. que seencuentra en English Garland . Como no veía nada dije: "Señor. Robert Lyde y un grumete inglés. ¿qué hago?". Los diarios evangélicosestán llenos de ellas e incluso se dedican libros enteros a este tema. 323. resumida. constatamos la gamaque la conciencia religiosa cubre. de un escritor alemán que ya hecitado.Una forma de desarrollar la vida de oración menos crudamente parecida a la de un mendigo esla seguida por otros muchos cristianos. La descripción siguiente de una vida guiada.Op.. palpables perecen mucho más sutiles. prisioneros en un barco. 383. cit. y al volverme a la izquierda. y clavé la punta cuatro veces. mataron a dos.) Pero gracias a la maravillosa providencia del Señor. alargué elbrazo derecho y lo cogí. El doctor Hilty afirma que en este tipo de vida guiada ..francés en 1689. Tales personas afirman que la persistente confianza en elTodopoderoso como ayuda y guía traerá pruebas..

y que en esto consiste uno de los grandes secretos de lavida. de manera que se ganatiempo para asegurar un paso antes de avanzar otro más. posibilidades. o se descubren pensamientos. unodescubre que puede esperar pacientemente. las personas nosayudan a decir que no. incluso cuando los preparativos habían quedadobien organizados. Que uno se desliza sobre enormes peligros como si tuvieselos ojos cerrados. Se añade a esto que se realizan con perfecta tranquilidad mental.»Con frecuencia también se nos presentan las personas en el momento justo. casi como si fuesencuestiones intranscendentes. hasta que el peligro hapasado -éste suele ser el caso en las tentaciones de vanidad y sensualidad-.»Además. nos auxilian o rechazan hacerlo como si hubiesen de realizarlo contra suvoluntad. . y a menudo de forma sorprendente. en cuyo casoactuamos realmente con más calma que cuando lo hacemos por nuestros intereses. que los caminos por dondeuno no debiera aventurarse están. sea por lo que sea. cuandofácilmente se habrían desbaratado por inoportunidad. etc. Finalmente. incluso retazos de conocimiento y percepcióninterior en uno mismo de los que es imposible asegurar de dónde vienen. como encargos que hiciésemos a cuenta de otra persona.se encuentra:«Que los libros y las palabras (y a menudo la gente) llegan a nuestro conocimiento justo en elpreciso momento en que los necesitamos. el propio yo resuelve sus asuntos ni demasiado pronto ni demasiado tarde. y entonces todo acontece en el momentoadecuado. cuando amenazan con recurrir al esfuerzo más relajado). cercados de espinos.No hay ninguna duda de que ahora se avanza continuamente a través de puertas abiertas y por loscaminos más fáciles.. De nuevo. que cuando es llegado el tiempo de algo desúbito se percibe el coraje que antes faltaba. se alcanza la raíz de una cuestión que antes estabaescondida. También sucede que todo llega en su momento. para ofrecer opedir lo que se necesita y que jamás habríamos tenido el Valor o la resolución de abordar por decisiónpropia. pero que por otro ladoimportantes obstáculos quedan eliminados repetidamente. con tan pocos cuidados y problemas que apenas puede imaginarse. suceden otras cosas dignas de mención de las que no es fácil dar una explicación.»Junto a esto. una cosa después de otra. como si unatercera persona vigilase aquellas cosas que estamos en fácil -peligro de olvidar. así que con frecuencia quienes nos son indiferentes o enemigos nos hacen el más grandeservicio (a menudo Dios toma los bienes terrenales de aquellos a quienes guía justo en el momentopreciso. ignorando lo que le habría aterrorizado o desencaminado. apropiado a lo que debemos hacer.

dije: "Señor. seperciben muchas cosas en la vida de manera harto diferente a como sería posible de otro modo. HASTINGS: The Guiding Hand or Providential Direction. pero las expresiones de . Volviendo a buscar algo con que golpearle» y no viendo nada útil. no en que lossucesos particulares resultan particularmente bien dispuestos por una providencia excepcional. por ejemplo.] lo puse entre las piernas y lo desenfundé. Las fuentes superiores de la sabiduría humana son incapaces de alcanzar lo que. H. y en aquel momento Dio» Todopoderoso me dio la suficiente fuerza para coger a un hombrecon una sola mano y lanzarlo contra la cabeza del otro. saqué el cuchillo y la funda [. ya que también ellos soninstrumentos del bien en manos de Dios. y a menudo los más eficientes. Pero con la conciencia dc la guía divina.de su mano o bien lo lanzó. 16 Como. L.. In Answer fo Prayer.. quiso Dios entonces recordarme el cuchillo que tenía en el bolsillo y a pesar de que dos delos hombres habían agarrado mi brazo derecho. Harrisburg. uno percibe que es amable y tolerante con la otra gente. hastacon aquellos que son repulsivos. conservar la ecuanimidad. Pa. La cara externa de lanaturaleza no necesita alterarse.» He resumido un poco la narración deLyde. Sin estos pensamientos seríadifícil. Boston. el Señor Todopoderoso me dio fuerzas y puse la mano derecha en el bolsilloderecho. negligentes o tienen mala voluntad.ilustrated by Authentic Instances. 223 »A través de estas experiencias. que ha experimentado y de las que podríandarse ejemplos. bajo laguía divina. ¿qué hago ahora?". Londres.. sino en que cultivando el sentimiento de vínculo con elpoder que hizo las cosas como son estamos mejor dispuestos para su aceptación.. que cayó inmediatamente y casi no se movió.»Todo esto son cosas que todo ser humano conoce. por el obispo de Ripon y otras. mentecuidadosa. incluso para los mejores.. y de un tajo corté la garganta al hombreque tenía su espalda en mi pecho. nos llega a manos llenas. como premio a nuestra confianza. 1898: Touching Incidenis and Remarkable Aoswers to Prayer. 1898 (?). más bien.» 17 Los relatos como éste se funden con otros donde la creencia estriba. 1898 (?).

el magnífico dedo del Todopoderoso. Como clara expresión citaré una páginade los sermones de Martineau:«El universo. de volver a la realidad y restablecer su antiguo nombre de"Dios viviente". también el de los curanderos mentales. No se trata de un cambioexterior. según vansucediéndose. Depender de Él noimplica el deseo de milagros mayores. sino el del espíritu de percibir los que nos rodean. El devoto sienteque donde está la mano de Dios hay milagro. Y si no podemos encontrar a Dios en nuestras casaso en la mía. la comunicación se presenta con una recuperada vitalidad. Hallamos un mundo transfigurado cuando percibimos el viejomundo en el espíritu que este tipo de plegaria inspira. . y es una irreverencia imaginar que sólo donde haymilagro puede estar de verdad la mano de Dios. Es como si todas las puertas se abriesen y todos loscaminos se allanasen suavemente. puede recuperar la sorpresasuave y reverente con la que Adán miró la primera aurora en el paraíso. 18 17 C. Es como la diferencia que media entre mirar a una persona con amor o mirarla conindiferencia. al levantarse cada mañana.no creo que lo distingamos en la hierba del Edén o bajo la luna de Getsemaní. una serie de matices benignos. a nuestros ojos. cuando los afectos se ponen en contacto con la divinidad creadora del mundo. estaba muerta yde nuevo vive. transcurriendo solemnemente y desapareciendo. delos trascendentalistas y de los llamados cristianos «liberales». Y aquel que distinga bajoel sol. y en la serenidad que se produce es posible encontrar en las horas. Vemos todo lo que nuestros padres vieron. de los que el Altísimo nunca se cansa.significado lo hacen por ella. en laprocesión de la vida. cl temor yel egoísmo desaparecen. ni un cambio de tiempo o lugar. que nosimpelen a arrinconar la santidad hacia lejanos espacios donde no podemos alcanzarla. en el primer caso. capazde despertar al Eterno en nuestras almas. al borde del camino o a la orilla del mar. y el himno matinal de Miltonno canta sino la belleza con la que nuestro propio sol familiar vistió a los primeros jardines y tierras delmundo. abierto a nuestros ojos.en el deber del día o en la meditación de la noche. en la risa compartida y el pesar secreto. más queridosque las cosas sorprendentes que no estima lo suficiente como para repetirlas. Porconsiguiente. HILTY. los antiguos caminos.Éste era el espíritu de Marco Aurelio y de Epicteto. sino sólo la meditación amorosa del puro de corazón. La costumbre habría de ser. mássagrada que sus anomalías. en la semilla que estalla o en la flor que se abre. siempre comenzando de nuevo. es como era hace mil años.

Giück. encontrar una flor. Caminé detrás de él volviendo dela escuela en el atardecer de un día festivo. En las calles de París. estaba encantado y consolado. ya que el ideal a menudo es un hecho. en aquel momento almenos. quedamosabrumados por su número (tan grande que podemos imaginarnos incapaces de que nos dé tiempoincluso para empezar a considerar las cosas que podemos pensar que no tenemos). en vez de serhabitual es casual. en Endeavours after a Christian Life. Eraimposible concebir más nervio o espíritu. serie. ¿No hemos de amarle. Dritter Theil. se relata una revelación similar. como una experiencia mística. un simple junquillo:«Era la expresión más fuerte . mayor riqueza o limpieza que las quehabla en este redoble. Su tambor sonaba de tal manera que. por más quisquilloso que fuera. no podía encontrar ningún pretexto para censurarle. 224 Cuando consideramos todas las cosas en Dios y a Él las referimos. leemos expresiones designificado superior en las cosas comunes. y la existencia entera queda transfigurada. El deseo no podía ir más allá. final del sermón «Help Thou Mine Belief». de Sénancours. dije. no nos sentiremos sostenidos por los BrazosEternos?»Algunas veces el darnos cuenta cabal de que estos hechos los envía la divinidad.un día de marzo. 18 James MARTINEAU. mejor tiempo o medida. el estado mental que despierta así del entumecimientoaparece bien expresado en estas palabras que tomo de la carta de un amigo:«Si nos entretenemos en sumar todas las mercedes y bondades que recibimos.» 20 En la novela Obermann.Compárese con este pasaje el fragmento de VOYSEY. El bien es al menos posible. 19 La inercia con que la costumbre cubre lo familiar desapa-rece. 2a. en el capítulo anterior y los de PASCAL y Madame GUYON en losque preceden. 92 y ss. El padre Gratry nos ofrece un buen ejemplo de superíodo de melancolía juvenil:«Un día tuve un momento de consuelo porque tropecé con una cosa que me pareció idealmenteperfecta. 1900 pp. la perfección de esteacto mínimo me hizo bien. Era un pobre tamborilero que tocaba por las calles de París. que estamos rodeados de bondades sobre bondadessin las cuales todo se derrumbaría. Las sumamos y nosdamos cuenta que la bondad de Dios nos abruma.

sino entonar himno» a Dios? Si fuese un ruiseñor haría el papel del ruiseñor. Pero porque la mayoría de vosotros» sois ciegos e insensibles. era el primer perfume del año y sentí la felicidadcompleta destinada al hombre. XVI. 20 Souvenirs de ma Jeunesse. no sé qué forma. traducción inglesa de Carter-Higginson.del deseo. este ideal de un mundo mejor que uno siente pero que. porque nos ha dado el crecer insensiblemente y respirar cuando dormimos.¿quién lo estableció y propuso? Tanto si roturamos como si aramos o comemos. 1897. el himno a Dios. 122. p. quéanalogía. la naturaleza no hahecho real. si fuese un Cisne. las personas religiosas piensangeneralmente que sean cuales sean los hechos naturales que les relacionen de alguna manera con su 19 «Dios mío . cualquier cosa de la creación es suficiente para demostrar la Divina Providencia a unespíritu humilde y agradecido. según parece. 22 Compárese con la falta de expresión del mundo para los melancólicos. de e instantáneo. 21 Op.. porque nos ha dadomanos e instrumentos para la digestión. el papel de cisne. La simple posibilidad de obtener leche de la hierba. surgióen mí completamente. ha de izoberalguien que ocupe ese lugar y eleve..Pero ya que soy una criatura racional. ¿Qué otra cosa puedo hacer. viejoy cojo..]. Esa inexplicable armonía anímica.. Works.]. .. queso de la leche y lana de las pieles.. Cap. en nombre de todos esos hombres. 22 como norma. carta XXX. el fantasma del mundo ideal. libro I. ¿no hemos de entonar este himno a Dios?Dios es grande. qué relación concreta era la que me hacía ver en esta flor una belleza sin límites. esta forma que nadacontendrá. Y os invito a que os unáis a la misma canción. esta inmensidad que nada expresa. cit. porque nos ha provisto de estos instrumentos para labrar la tierra. Nuncaincluiré en un concepto esta capacidad.» 21 En otras conferencias hablamos del rostro vivificado del mundo según puede presentarse a losconversos cuando despiertan a una nueva vida.escribió Epicteto-. grande es Dios. mi deber es alabar a Dios [. Nunca había sentido nada tan gran. Estascosas las habríamos de celebrar siempre [.

En esta tendencia seperciben. Losindividuos realmente se sienten manejados por poderes más allá de su voluntad. la impresión de ser conducidosy «premoniciones».Recordaréis lo que dije en la conferencia inicial 23 sobre la preponderancia del temperamentopsicopático en la biografía religiosa. son.225 destino. No sólo hablo de los sacerdotes primitivos y delos profetas. . los Bernardos. éxtasis. visiones. Toda la magníficacolección de santos y heresiarcas cristianos. y si se trata de una «prueba».no constituye diferencia esencial el que alguno de sus efectos inmediatos sean objetivos o subjetivos. incluidos los más grandes. algunas consecuencias para la teología. sevuelve activa y realmente se efectúa una obra espiritual de algún género. experimentaron voces. Por medio de la plegaria. en otros momentos dormida. todavía más convincentes que las sensaciones. El sentimiento inicial de la presencia es mucho más fuerteque el concepto. y laspersonas de sensibilidad exaltada manifiestan cierta tendencia al respecto. éxtasis. hablo de notables pensadores y de individuos de experiencia intelectualizada. los Foxes. el Dios o el Espíritu mueve los órganos de su cuerpo. San Pablotuvo visiones. los auto-matismos motrices. En la medida que esta operatividad se admita como real. En consecuencia. Experimentaron tales cosas porque poseían una sensibilidad exaltada.El último aspecto de la vida religiosa que me falta abordar es el hecho de que susmanifestaciones se relacionan con frecuencia con la parte subconsciente de nuestra existencia. en todos los estados de la vida de oración encontramos la persuasión deque en los procesos comunicativos la energía fluye desde lo alto para satisfacer la demanda. Las creencias se refuerzan cuandolos automatismos las corroboran. son indicios de los propósitos divinos respecto a ellos. los Loyolas. Enla próxima conferencia volveremos a ella al considerarla centro de la religión. y llega aser operativa en el mundo de los fenómenos. aunque les concediese muy poca importancia.con frecuencia más que obvio. pero aun siendo fuerte. de todos modos. les penetra. el propósito. si es posible. losLuteros. les es dada la fuerza parasuperarla. cuyos seguidores ven el discurso y la acción automáticos como equivalentes a lainspiración. Las incursiones del más allá de la región transmarginal tienen unpoder peculiar de aumentar la convicción. La evidencia esdinámica.Aquí dejo el tema de la plegaria tomada en el sentido amplio de cualquier tipo de comunión. Elpunto religioso fundamental es que en la plegaria la energía espiritual. pocas veces es igual a la evidencia de la alucinación. De hecho. don de lenguas. Lossantos que realmente ven o sienten a su Salvador alcanzan el punto álgido de la certeza. los Wesley. difícilmente encontraréis un cabecilla religioso decualquier clase en cuya vida no se dé el automatismo. aunque raros.

Wesley. Según lo que sé.escribe un autor que ha realizado un cuidadoso estudio al respecto:«Como. o ha estado últimamente. escrito e ilustradoautomáticamente por el doctor NEWBROTH de Nueva York. Las afirmaciones. 1891. en Fox. Es fácil distinguir entre los cabecillas religiosos que han sido habitualmente sujetos de lainspiración y los que no lo han sido. uno tras otro. u los profetas hebreos. en Mahoma. Boston y Londres. me dice que la apariencia deactividad independiente en el movimiento de su brazo. 226 un poder extraño y de ser portavoz. en muchos santos católicos menores. de George A. Picota que normalmente hemos de experimentar esta sensación. es tan clara que le obliga aabandonar una teoría psicológica en la que había creído. de san Pablo (al margen desu don de lenguas) san Agustín. 24 Un amigo mío. Por el contrario. de Jesús. psicólogo de primera categoría. la«inspiración». Huss. Boston.24 El campo para esta sensación de ser el instrumento de un poder superior es. en algunos de losalejandrinos. un tipo de automatismo gráficoplenamente desarrollado es nzo en la historia religiosa. algo parecido ha sidofrecuente. indican por tu Contexto inspiración más que escritura automáticadirecta. Esto sucede en algunas sectas excéntricas. a nesv Bible in the Words of Jehovah and his angels ambassadors. 1901. a la cabeza de lacomunidad espiritista de Shalam en Nuevo México. con experiencia de automalismo gráfico. Se trata de la teoría que alma que no sentimos la descarga eferentede nuestros centros motrices voluntarias. final. El ultimo libro escrito automáticamente que conozco es Zertoulem'sWisdom of the Ages. cuando escribe automáticamente. y en algunos casos. se reproducen en los libros los mismos aspectos proféticos. FULLER. Lutero. como la de Antonia Bourigon: «no hago nadaaparte de dejar mi mano y mi espíritu a otro poder». es extraordinario Ver. Tenemos distintas confesiones de hallarse bajo la dirección de 23 Véase conferencia I. por supuesto. o la sensación desu ausencia no seria tan sorprendente como lo es en estas experiencias. El proceso essiempre extremadamente diferente . En las enseñanzas de Buda. Por lo que respecta a los profetas hebreos. en Joseph Smith. habitual. que creo está. El ejemplo más sorprendente es quizás el grueso volumen titulado Oahspe. la composición automática e semiautomáticaparece haber sido ocasional.

. 25 »Conviene recordar que la profecía era una profesión y que los profetas formaban unacorporación.. repentinamente me sentía lleno. Leed igualmente los dos primeros capítulos de la profecía deEzequiel. Hay algo agudo y repentino en esto.y me mostró que yo no había de apartarme delcamino de su pueblo O pasajes como éste de Ezequiel: "La mano del Señor cayó sobre ml. el proemio del libro de Jeremías. A veces. La personalidad del profeta se oculta totalmente en segundo término. o "Esto dijo elSeñor".." La carac-terística dominante del profeta es que habla con la autoridad del propio Jehová. etc. Yo soy Él. sino que intentarían asimismo captar algo de suinspiración. Había escuelas de profetas donde se cultivaba regularmente el don. De ahí que todos y cadauno de los profetas inicien sus proclamas confiadamente con "Palabra del Señor". contra la que lucha en vano. por tomar otro ejemplo judaico. Un grupo de hombres jóvenes se congregaría alrededor de una figura que dirigía -un Samuel o un Elías-. se hacíadeliberadamente. el momento en que sucedió..en Isaías: "Escuchad. Jacob e Israel. Esparcidas por los escritos proféticos hay mil expresiones quehablan de un impulso fuerte e irresistible que desciende sobre el profeta determinando su actitud hacialos sucesos de su época. Está perfectamente claro que enmodo alguno todos los hijos de los profetas tenían siempre la suerte de adquirir algo más que unapequeña parte del don que buscaban. éstas de Isaías: "El Señor me habló así con fuerte mano -una frase enfáticaque denota la naturaleza dominadora del impulso.Puede señalar con su dedo. describía Filón de Alejandría su inspiración:«Algunas veces. no sólo al comienzo de su carrera el profeta pasa por una crisis queclaramente es ajena a su voluntad. Parece que la música tenía su parte en estos ejercicios. Así. Yo soy también elUltimo".» 26 De esta manera.»De cualquier forma.de lo que sería si el profeta llegase a su intuición de las cosasespirituales por los esfuerzos aproximativos de su propio genio. las ideas llovíande manera invisible y se imponían en mí desde lo alto como la lluvia. por decirlo así. mi llamada. cuando iba vacío a mi trabajo. Era posible "falsificar" la profecía. porejemplo. y siempre acontece bajo laforma de una fuerza excepcionalmente poderosa del exterior. como si hablara el mismo Jehová. y no sólo anotarían ydivulgarían el conocimiento de sus dichos y hechos. de modo que por influencia de lainspiración . Repasad. forjando su discurso. se siente portavozdel Todopoderoso. Incluso tienen la audacia de hablar en primera persona. Por ejemplo. haciendo de sus palabras el vehículo de un significadomás elevado. Pero eso de ningún modo quiere decir que siempre que se daba un mensaje falso elmensajero fuera consciente de lo que hacia. Yo soy el Primero.

» 27 25 W.. ni lo que decía. p.El caso de Swedenborg es. VI. el mas importante de audita et visa. sin embargo. y enIsaías. 1892. para entender mejor sus palabras. Londres. caps. A la pregunta sobre la manera en que las recibió:«Se dice que Mahoma contestó que a veces era un toque como de campanas y que esto ejercía elefecto más poderoso sobre él y que cuando el ángel se iba había recibido la revelación. 3) de Gabriel en forma humana. versión resumida. ni conocía a lospresentes. 3) Gabriel en forma de Dahya. También algunavez conversó con el ángel como un hombre. 91. 2) por inspiración del Espíritu Santo en el corazón deMahoma. naturalmente. ni lo que escribía. 26 Op. Este autor también cita las formuladas por Moisés e Isaías según vemos en éxodo. o bien en sueños. despierto (como en su viaje alcielo). todavía distinguen otros tipos.. Las autoridadesposteriores.divina llegaba a estar muy excitado y no sabía ni dónde me encontraba. 1870. En el Itgán se enumeran los siguientes: 1)revelaciones con el sonido de una campana.. En Almawáhíb alladunáya se dan las siguientes clases: 1) Sueños. 67. 49-56.. de una fruición de luz. III y IV. pp. 2)inspiración de Gabriel en el corazón del profeta. cap. SANDAY: The Oracles of God. . cit. 227 Si pasamos al islamismo encontramos que todas las revelaciones de Mahoma proceden de laesfera subconsciente. y sirve de fundamento para la revelaciónreligiosa. 4) con el sonido de lacampana. p. 4) de Dios directamente. de una visión extremadamente penetrante. Clissold es swedenborgiano. Más tarde he sido consciente de una riqueza deinterpretación. 27 Citado por Augustus CLISSOLD: The Prophetic Spirit In Genius and Madnes. de una energíamanifiesta en todo lo que debía hacer que producía un efecto en mi mente como podía haber producidoen los ojos la más clara demostración ocular..

De allí provienennuestras suposiciones. pureza y autoseveridadencontradas en la santidad.» 29 Otras revelaciones son descritas como «premoniciones». pensó o dijo que había encontrado con las planchas de oro -aparentemente es un caso de«clarividencia».» 28 En ninguno de estos casos la revelación es claramente motriz. todo lo .Cuando además de estos fenómenos de inspiración tenemos en cuenta el misticismo religioso. 6) revelaciones en el cielo. Para algunas de sus otras revelaciones utiliza las piedras. placeres. que son 1)Gabriel en forma de otro hombre. y cuando revisamos las extravagantes obsesiones de ternura. 8) Dios revelándose directamente sin velo. creo. y guarda las fuentes de todasnuestras pasiones. queencontró. en general. si os gusta. parece que la inspiraciónfue principalmente sensorial. contiene todos nuestros recuerdos momentáneamente inactivos. no podemos. persuasiones. además de la traducción revelada de las planchas de oro quedio lugar al Book of Mormon). 5) Gabriel en persona (sólo dos veces). por ejemplo. porque huele demasiado ainvestigación psíquica u otras aberraciones. pero parece quegeneralmente pedía instrucción más directa del Señor. evitar la conclusión de que en la religión interviene unaregión de la naturaleza humana con relaciones inusualmente próximas a la región subliminal otransmarginal. Como todoslos estímulos efectivos de cambio. Porejemplo. aunque pueden haber sido un elemento motor. Otros añaden dos tipos. 7) Dios aparecido enpersona pero velado. hipótesis. y a la otra la región B. ideas.etc. ya que es elhogar de todo lo que está latente y el almacén de todo lo que pasa desapercibido o inobservado. la parte más amplia de cada uno de nosotros. o un impulso a la acción tan obsesivo que hade ser ejecutado en seguida. las de Fox.cuando recordamos la unificación sorprendente y repentina del yo disgregado que vimos en la con-versión. no diré nada más sobre un fenómeno tan común.. forzosamente deben vivir en algún punto este nivel psicopático depercepción repentina o convicción de una nueva verdad. En el caso de Joseph Smith (quetuvo innumerables revelaciones proféticas. obviamente. que eranevidentemente del tipo conocido en los círculos espiritistas de hoy como «impresiones».Entonces la región B constituye. Comenzó su traducción con la ayuda de las «piedras de mirar». llamadla como os plazca para distinguirla del nivel de laconciencia clara. Si la palabra subliminal es ofensiva para alguno de vosotros. supersticiones. Llamad a esta última la región A de la conciencia. convicciones y. impulsos. 2) Dios mostrándose personalmente en sueños. disgustos y prejuicios oscuramente motivados.

como las que hemos descrito -y ésta es mi conclusión-. En personas inmersas en la vida religiosa. Esta Iglesia tiene porcabeza un profeta. silos hay y somos asimismo sujetos telepáticos. al parecer. ed. 1894. la puerta de esta región parece estarinusualmente abierta. pero creo que un tratamiento comprehensivo es. En la próxima conferencia. es necesario saber que nosotros. de cualquier modo. Estas revelaciones se obtienen a través de sueños o envisiones de vigilia por voces sin aparición visible o por manifestaciones reales de la Presencia Santa. si somos personas histéricas. en sí mismo.” 228que son operaciones no racionales. Compárese el relato más completo en la obra de Sir William MUIR: Life of Mahomet. También es elmanantial de mucho de lo que alimenta nuestra religión. 29 La teocracia mormona siempre ha sido gobernada por revelaciones directas otorgadas al presidente de la Iglesia y a susapóstoles. La revelación es el medio por elque la voluntad de Dios es expresada directa y totalmente al hombre. nuestra vida en condiciones hipnóticas. Geschichte des Qorans . nuestras alucinaciones. cap. cito el siguiente fragmento:Puede interesarle saber que el presidente (Mr. p. 3a. Para explicar totalmente lo que son estas revelaciones. un visionario y revelador. ylas características más importantes ya quedan bien patentes. Es la fuente de nuestros sueños y. 16. que tambiénserá la última.nuestros conocimientos supranormales. Enella se presentan las experiencias místicas que podamos percibir. las experiencias que entran por esta puerta han tenidoinfluencia enorme en la configuración de la historia religiosa. creemos que Dios havenido en persona y le ha hablado a nuestro profeta y portador de la revelación. III. . De una atenta carta que me escribió en 1899 un mormón eminente. allí pueden volver.. y termino así larevisión que prometí al principio de los fenómenos religiosos internos determinados en individuos hu-manos desarrollados y complejos. mejor.creemos que la Iglesia de Jesucristo ha vuelto a ser establecida por mensajeros enviados desde el cielo. Si el tiempo lo permitiese podría multiplicar fácilmente losdocumentos y las distinciones. que transmite al hombre la voluntad de Dios. ideas fijas y accidentes histéricos. Snow) de la Iglesia mormona afirma haber tenido Cierto número derevelaciones del cielo.Con esta conclusión cierro el círculo que abrí en la primera conferencia. si somos susceptibles de talescondiciones.28 NOLDEKE. y todos nuestros automatismossensoriales o motores. 1860. como pueblo.

que utilicé estos ejemplos extremos porqueproporcionan información más profunda: para aprehender los secretos de cualquier ciencia es necesarioacudir a especialistas expertos. los hemos hallado literalmente anegadossentimentalmente y al releer ahora el manuscrito me encuentro horrorizado por la cantidad de emoti-vidad que encuentro. 229 Conferencia XX.intentaremos sacar las conclusiones críticas que todo este material pueda sugerir. y no a los alumnos . y en el momento de la despedida. y.5. libres del deber de describir. En la primera conferencia al defender el métodoempírico anticipé que.Conclusiones El material de nuestro estudio sobre la naturaleza humana se encuentra ya expuesto antenosotros. ya sea «Dios» o «ley». a veces. Que el mundo visible constituye una parte de un universo más espiritual del que extrae susentido esencial. sin embargo. Un entusiasmo nuevo que se agrega a la vida en calidad de un don o presente. si algunos de vosotros sois enemigos de aquello que nuestrosantepasados calificaban de entusiasmo. un punto perversa y deseado entonces quizá que se hubiera limitado aejemplos más sobrios. en relación con los demás. podemos sacar nuestras par-ticulares conclusiones tanto teóricas como prácticas. tomando la formade encantamiento lírico o llamada a la honradez y al heroísmo.Resumiendo a grandes trazos las características de la vida religiosa. me escucháis. y la energía espiritual emerge y produceresultados precisos. a pesar de que sean personas excéntricas. Que la unión o la relación armónica con este universo superior es nuestro verdadero objetivo. Nuestras conclusiones no pueden ser tan radicales como lo serían si se presentarandogmáticamente.2. las formularé cuando llegue el momento tan agudamente como pueda.La religión incluye también las características psicológicas siguientes:4. sin embargo. y con todo. probablemente habréis consideradoque mi selección era.El sentimentalismo de muchos de mis documentos es una consecuencia del hecho de buscarlosentre las extravagancias personales. Una seguridad y sensación de paz. incluyenlas siguientes creencias:1.3. una preponderancia desentimientos amorosos. fuesen las que fuesen las conclusiones. podían alcanzarse nada más que a travésdel análisis de juicios de valor. Acaso podamos permitirnos ahora ser más secos y quedar menos afectadosemotivamente en el trabajo que tenemos todavía por delante. Respondo. psicológicos o materiales en el mundo fenomenológico. según las fuimos viendo. Que la plegaria o la comunión íntima con el espíritu trascendental. por apreciaciones del significado de la religión para la vida tomadas «enconjunto».constituye un proceso donde el fin se cumple realmente.Al ilustrar estas características con documentos.

Cada actitud. se resentiríacompletamente la conciencia humana de la divinidad. si somoscelosos y malhumorados significará la destrucción de nuestro propio yo un elemento de nuestra propiareligión. que hastaahora perseguimos sus expresiones radicales. necesita a los demás para deletrear el significado completo. nosotros. podemos estar seguros de que conocemos sus secretos tanlegítimamente como cualquiera que los conozca por boca de otros. ya que másde una vez nos ha importunado. Cada cualdesde su ángulo de observación particular posee una determinada esfera del hecho o del problema conque cada uno trata de forma única. estas cuestiones me sugieren otra a la que responder inmediatamente. y debemos responder. Debemos reconocer con franqueza el hecho de quevivimos en sistemas parciales y que las partes no son intercambiables en la vida espiritual. Si un Emerson se viese forzado a ser un Wesley. alternativamente defensores de cadauna de ellas. somos desde . a problemas prácticos: ¿Cuáles son los peligros de ese elemento de la vida? y¿en qué proporción es necesario estar limitado por otros factores para conseguir el equilibrio adecuado?Sin embargo.sino todo un conjunto de cualidades en las que diferentes hombres. poreso un «dios de los ejércitos» puede ser el dios para un tipo de persona. y mis razones son que no veo cómo esposible que criaturas en posiciones tan diferentes y con capacidades tan distintas como los individuoshumanos puedan tener exactamente las mismas funciones y los mismos deberes. siendo tan sólo una sílaba delmensaje total de la naturaleza humana. Este se endurecerá y el otro se suavizará. o un Moody a ser un Whitman. del hogar ydel cielo puede serlo para otro tipo especifico. sectas y credos?A todos estos problemas respondo «No» rotundamente.corrientes. por el contrario. de hecho.Combinemos aquello que nos dicen con lo que todavía resta de nuestra sabiduría y nuestroindependiente juicio último quedará formado. cada uno denosotros por sí mismo. descubran cometidos que valgan la pena. y un dios de la paz. porque ésta no puede designar una sola cualidad. 1 ¿Debemos suponer que la mezcla de elementos religiosos es idénticaen todos los hombres? ¿Tendríamos. pero ¿por qué habría de serlo si. aquél se rendirá al llegar aun determinado punto y el otro se afirmará para poder defender mejor la posición que le ha sidoasignada. No hay ni siquiera dosde ellas con las mismas dificultades y no es posible esperar que se den idénticas soluciones. en los capítulos II y de nuevo en el XII. que suponer que las vidas de todos los hombres 1 Por ejemplo. Lo mismo sucede con la religión. 230 presentan elementos religiosos idénticos? En otras palabras ¿hay que lamentar la existencia de tantostipos religiosos.

pero lo mejor sería que cadahombre se atuviera a su propia experiencia. Tout savoir c'est tout pardonner.de los que hablé en las conferencias anteriores ( cf . acudirá a la mente de muchoscomo ejemplo de cómo la amplitud de conocimientos puede hacer de alguien un aficionado yentorpecer vivamente la agudeza de la fe.De cualquier forma podéis preguntar. El nombre de Renan. capítulos correspondientes). El renacido acepta la conciencia rectilínea del nacido sólo una vez como «simple moralidad» y nopropiamente como religión. sin lugar a dudas. 3 Si la religión fuese una función según la cual la causadivina o la humana debieran avanzar realmente. e incluso puede deducir qué elementos están cualificados. ¿semejante unilateralidad noterminaría si aceptásemos todos la ciencia de las religiones como nuestra propia religión? Para con-testar esta pregunta he de volver a precisar las relaciones generales del teórico con la vida práctica.siempre bondadosos y simpáti-cos? Si somos almas enfermas necesitaremos una religión de liberación. como lo hace elmédico. apenas se plantean los antagonismos quealgunos consideran. Recordad aquello que Al-Ghazzali nospropuso en la conferencia sobre el misticismo: entender las causas del alcoholismo. los contrastes entre la mentalidad sana y la morbosa. aquel que vive la vida religiosa -aunque sea 2 Desde este punto de vista. es cierto que la visión de la vidade los renacidos -en tanto que comporta una mayor cantidad de elemento «mal». realmente. a pesar de todo esto. Se dice que un ministro ortodoxo afirmó: «El doctor Channíng fue excluido por laextraordinaria rectitud de su carácter del estadio supremo de la vida religiosa». por suarmonía general con otras armas del saber para ser considerados verdaderos. llegados a este punto. pero. sólo puede hacerse si no se es alcohólico. entre los nacidos una vez y los renacidos.es la más amplia y completa porque lamanera «heroica» o «solemne» en la que se les manifiesta la vida constituye una «síntesis superior» a consecuencia de .El conocimiento de cualquier cosa no es la cosa misma. ¿por qué pensar enliberarnos si tenemos una mentalidad sana? 2 Sin duda alguna ciertos hombres poseen la experienciamás completa y la vocación más grande tanto aquí como en sociedad. y fuese tolerado a su vez por los demás.puede ser que el mejor en esta ciencia sea el que encuentre mayores dificultades para ser devoto. Cualquier ciencia puede comprenderlo todo sobre lascausas y elementos de la religión. sea la que sea.

Entonces ha de ejercer su actividad crítica y decidir hasta qué punto.con ellas 4 se realiza el finperseguido.Por esta razón la ciencia de las religiones puede no ser un equivalente de la religión vivida. El presunto científico es. y en conjunto no mantienenningún tipo de intercambio con concepciones idealistas hacia las que. 231 estrechamente. implica la creencia enpresencias ideales y que mediante nuestra comunión -a través de la plegaria. sin embargo.nuestra ciencia de las religiones. porque no sólo las restantes ciencias y la filosofíaestán lejos de ser completas. tales creencias pueden considerarse verdaderas.lacombinación entre la mentalidad sana y la morbosa. Decidir esto dogmáticamente es imposible. aducida anteriormente. de hecho. Para analizar este problema supongamos que tenemos constituida.El conocimiento de la vida es una cosa. o mejor dejar que seala fe la que las disuelva. al menos durante sus horas qua . el mal no es rechazado por esos personajes enabsoluto. En los casos citados en laconferencia IV encontramos numerosos ejemplos del proceso regenerativo. sino que permea su más acabada alegría religiosa. y sipasamos a las dificultades internas de esa ciencia veremos que llega un momento en que debemosabandonar toda actitud teórica o bien respetar sus relaciones tal como aparecen. es otra. Son también cuestiones de grado cuánto tiempo podrá continuar un hombre saboreando la concienciadel mal y cuando sufrirá el cortocircuito liberándose de forma que en numerosos casos resulta arbitrario clasificar alindividuo de nacido una vez o renacido. para cada individuo. la conciencia final sobre la unión con la divinidadestablecida para cada tipo significa lo mismo. por ejemplo. Lasciencias de la naturaleza desconocen por entero las presencias espirituales.es un sirviente mejor que aquel otro conocedor de la misma aunque sea en profundidad. sino porque actualmente las encontramos saturadas de conflictos. Supongamosque concedemos que la religión. Sin embargo. con suscorrientes dinámicas discurriendo por vuestro ser. la ocupación efectiva de un lugar en la misma. se indina lafilosofía general. siendo una cuestión de grado en este proceso laseveridad de la crisis. y ciertamente bien puede permitírseles alos individuos que la alcancen por el camino más adecuado a sus diversos temperamentos. a la luz de otrasciencias y de la filosofía general. la cita de RENAN. en la medida en que se trata de algo activo. prácticamente. supongamos que ha asimilado todo el material histórico necesario y hadesechado esencialmente las mismas conclusiones que hace un momento he resumido. 3 Véase. Por consiguiente.

siendo esto para el mundo de la religiónel hecho único y fundamental. un recaída atávica en un modo de pensamiento que lahumanidad. quien cultiva esta ciencia se encuentra familiarizado con tantas supersticiones viles yhorribles que la presunción de que cualquier creencia que sea religiosa es probablemente falsa surgecon gran facilidad.a pesar de que sería una obra relativa sólo a sus oscuras obliga-ciones primitivas.El centro alrededor del cual la vida religiosa.puede ser realizada. con sus armonías.Esta opinión se encuentra tan extendida actualmente que debo considerarla explícitamente antesde pasar a mis conclusiones. A pesar de que el científico puede profesar una religión y ser teísta en sus horas ociosas. Actualmente. hanpasado ya los días en los que se podía afirmar que para la ciencia «los cielos manifiestan la gloria deDios y el firmamento muestra su obra». alcanzado median-teun azar local en la espantosa soledad de mundos donde no puede existir la vida. para ser breves. En un espacio de 4 . Existe unanoción gravitando sobre nosotros que afirma que probablemente la religión consiste en unanacronismo. los dioses en los que se cree -tanto por los primitivos comopor los hombres intelectualmente disciplinadostienen en común reconocer la llamada personal.Cataloga sus elementos y registra sus leyes con indiferencia absoluta hacia lo que pueda ser demostra-do y construye sus teorías sin importarle demasiado si están o no relacionadas con las preocupacioneshumanas.La consecuencia es que unas conclusiones de la ciencia de las religiones tanto pueden tender aser adversas como favorables a la afirmación de que la esencia de la religión es verdadera. tan materialistaque podemos decir que en conjunto la influencia de la ciencia arremete contra la opinión de que lareligión debería ser reconocida. Nuestro sistema solar. la religión es un momento ocapítulo en la historia del egoísmo humano. Resumiendo.científico. como en cualquier tiempo anterior. en sus ejemplos más señeros. elpensamiento religioso se realiza en términos de personalidad. pues. La denominaremos «teoría de la supervivencia». se mueve es elinterés del individuo por su destino personal y privado. En la «comunión de plegaria» de los salvajes con deidades fetichistas nos es difícilobservar qué genuina obra espiritual. y nuestros actuales antropólogos hacen bienpoco por contrarrestar esta teoría. Y tal antipatía hacia la religión encuentra eco en la propia ciencia delas religiones. la ciencia ha acabado repudiando por completo el punto de vista personal.Por otra parte. tal como la hemos considerado. es visto ahora comoun caso accidental de un tipo determinado de equilibrio en el movimiento celeste. ha superado. un caso de «supervivencia». el individuo religiosoexige que la divinidad se reúna con él a partir de sus intereses personales.

Si . 5 al representar. encontrar en los movimientos de los átomos cósmicos tanto si actúan a escalauniversal como individual.que un hombre como Christian Wolff. Porque los hombres son las criaturas más razonables y puedeninferir el ser invisible de niños de la contemplación del mundo. La nocióndarviniana de la producción por casualidad.«De plegaria» en el sentido más amplio explicado en las páginas anteriores. Más todavía. o parael conocimiento científico de la Naturaleza. 232 tiempo que como intervalo cósmico apenas contaría como una hora y dejaría de existir. dado el carácter actual de laimaginación científica. Tal conocimiento depende principalmente dc la observación visual. de día. La mentalidad científica en estos momentoscontinúa el vasto ritmo procesual de forma que parece anularse a sí misma. puedeaplicarse tanto a hechos más amplios como más reducidos. como lo hacían. la comida que por la noche no podrían hallar. p que las reconozcamos de cercao de lejos según su especie. Los libros de teologíanatural que gustaron a los intelectuales de tiempos de nuestros abuelos nos parecen rotundamentegrotescos. que sin elsol resultaría imposible. le debemos al sol quepodamos ver las cosas que cubren la superficie de la tierra... tribuye aquí al propósito primario de la creación:sin él la raza hurosna no podrá conservarse ni continuarse [. que tampocoalcanza una historia propia y no ofrece resultado alguno. sino de lejos.«Vemos que Dios creó el sol para mantener las condiciones variables de la tierra en un orden tal que toda criaturaviviente -hombres y bestias. y la destrucción subsiguiente. lo que de nuevo nos es muy útil en los asuntos de la vida humana como cuando viajamos. considérese este relato suyo sobre el sol y su utilidad. un Dios que adecuaba las cosas mayores de la naturaleza a 5 ¿Cómo podría concebirse -nos preguntamos. nada al margen de una alternancia sin objetivo. Es imposible. acelerada o retardada. La Naturaleza no manifiesta una tendenciafinal verificable hacia la cual sea posible sentir simpatía. y la luz del día es de utilidad primordial para nosotros porque gracias a ella podemos haceraquellas cosas que dc noche nos resultarían imposible. conservase una fe tan infantil en el carácter personal yhumanos de la Naturaleza como para presentar sus operaciones como lo hizo en su obra sobre la utilidad de las cosasnaturales? Por ejemplo.Las bestias del campo encuentran. el sol con. sinotambién a otros planetas. que actúa o no. El sol proporciona la luz del día no sólo a la tierra. o en cualquier caso.puedan habitar su superficie. no sólo de cerca. en cuya abarrotada cabeza seencontraba todo el Conocimiento de principios del siglo XVI si. imposibles si no poseyéramos la luz artificial.].

Vernünfige Gedanken vonden Absichter der netürliehen Dinge.»Un Dios tan cuidadoso para prever incluso la escritura inequívoca de pagarés y deudas era realmente una deidadapropiada para el corazón del anglicanismo del siglo XVIII. y conociendo exactamente este punto podemos poner nuestros relojes en hora. ser su testimonio y garantizar los compromisospara las generaciones futuras. 1782. esposo y esposa. cuántas inquietudes para el mundo! No hubiéramos poseído seguridad personal.. cada hombre puede distinguir Su rostro en la luz y suvoz en la oscuridad. que se ofrecen en la Psícoteología de DERHAM.]. Nuestros tribunalesdc justicia pueden testimoniar los negativos efectos de la confusión de rostros. sin omitir las mayúsculas. entre amigos y enemigos. al fraude y la violenciade ladrones y truhanes. nohabría existido nunca esa variedad tan sabia. Las caras de los hombres habrían sido diseñadas con el mismo molde o moldessimilares. voces y letras de loshombres». ni fruición. en estas cuestiones laAstronomía le debe muchísimo [. ni diferencia entre el bien y el mal..hombre y mujer. Añado. no los tendríamos si no hubiese sol». 74-78.. entre padre e hijo. conociendo las ventajas que derivan del sol.imagináramos a quienquiera que. veríamos cuántas serían sus dificultades y cómo se convencería. sus órganos de la palabra habrían tenido el mismo sonido o una pequeña variedad de notas. qué confusión. de sus ventajas. su letra puede hablar por él aunque no le acompañe. ni justicia entre los hombres.]. y en general. Del sol aprendemos a conocercuándo es mediodía. ni certeza. especialmente si tuviese que trabajar en la calle o en el campo [.. y la propia estructurade los músculos y nervios habría proporcionado a la mano una única dirección en la escritura.qué perturbación. o de la falsificación de las escrituras. un libro de moda en el siglo XVIII. de Derham y el relatocompletamente culinario de Wolff . pp. viviera durante unmes en donde no hubiera día sino noche. Pero el meridiano es elfundamento de nuestros cuadrantes solares. porque todo estaría subvertido y expuesto a la maldad del envidioso y el malvado. Pero así como el creador y Soberano infinitamente sabio ordenó la materia. la . En este caso.O leyendo el relato de la magnificencia divina al establecer «la gran variedad de rostros. por experienciapropia. Una indicación manifiesta y admirable de la Providencia y previsión divinas.hubiese sido concebido según esquenas ateos o de cualquier otra forma que la del Dios del mundo infinito. «Si el cuerpo del hombre -dice Derharn. con la ayuda del sol podemos encontrar el meridiano [.Vindicación de Dios por la Institución de Montañas y Valles. a las estafas de la trampa engañosa. a la lujurio del afeminado y del pervertido..]..

de las experiencias místicas y de laplegaria vimos qué parte tan sorprendente ostentan tales realidades en la vida religiosa.El agua es una bebida universal de los hombres y los animales.. El yo se manifiesta por mediodel organismo. el«más» con el que nos sentimos vinculados en las experiencias religiosas que es. se fabrican a partirde las frutas [. a pesar de que aquellos fabricaron bebidas artificiales no podrían haberlashecho sin el agua. las asociaciones tontas.]. Sin embargo. en Inglaterra y en otros lugares.Así pues. e igualmente Ocurre con las bebidas que. sea lo que sea.. y para otrascosas [. loque se manifiesta claramente cuando consideramos las ventajas de este elemento para limpiar utensilios domésticos. en su rincón más alejado. La cerveza se fabrica con agua y nafta. parecen también tener su origen allí muchas de lasactuaciones del genio.que tiene el agua en la vida humana no necesitan ser extensamente descritos porque se ven con facilidad. Por tanto. pero queda siempre alguna parte del yo no manifiesta. los fenómenos «disolventes» de diversos tipos -como los llama Myers. El vino se prepara con uvas que nuncahabrían podido crecer sin la ayuda del agua. y algún poder de expresiónorgánica en suspensión o reserva.. dejadme que proponga como hipótesis.» 26 Buena parte del contenido de este amplio fondo contra el quenuestro ser consciente se rebela es insignificante: los recuerdos imperfectos.seencuentran allí ampliamente. y en nuestro estudio de la conversión. Cuando un hombre visita un molino observa la necesidad de la muela de estar continuamente húmeda y entonces se dacuenta con claridad de la utilidad del agua. ya que Dios estableció el mundo de forma que los hombres y las bestias pudiesen vivir y encontrasen cuantonecesitaran y les fuera conveniente.. lasmás inhibitorias timideces. en su sentido más cercano. también estipuló que el agua fuese un medio para convertir la tierra en un entorno tan excelente.» 241 subliminal 25 es tan cierto hoy como cuando se escribió: «Cada uno de nosotros es en realidad unaentidad psíquica perdurable bastante más amplia de lo que se cree -una individualidad que nunca puedeexpresarse completamente a través de manifestación alguna corpórea. .sobre la institución del agua:«Los usos -dice Wolff. la ropa.]. y es con agua con lo que se apaga la sed.

el vedantismo y el idealismo trascendental presentan susinterpretaciones monistas 27 y nos sugieren que el yo finito se unifica con el yo absoluto.el misticismo. En la vida religiosa el control se percibe como «superiora. como fundamento. anunciada ya en prensa. mi trabajo«Frederic Myer's Services to Psychology». y las dificultades sepresentan de inmediato cuando la utilizamos y nos preguntamos a dónde nos conduce nuestraconciencia transmarginal si la seguimos hasta el punto más remoto. el sentimiento de unión con el poder del más allá es un sentimiento de alguna cosa nosimplemente aparente sino literalmente verdadera. Al propio tiempo. ya que ejerce demediadora entre numerosos puntos de vista diferentes. el éxtasis de la conversión. p. Cf . en Proceedings. la afirmación de los teólogos de que el hombrereligioso es dirigido por un poder externo puede replantearse. 305. pero como en nuestrahipótesis son principalmente las facultades superiores de nuestra propia y no visible mente las quecontrolan. Con todo. Myers proponepor primera vez como problema psicológico general la exploración de la reglón subliminal de la conciencia en toda suextensión y realiza sus primeros pasos en su topología al tratar una serie de hechos subliminales como naturales -considerados hasta este momento como hechos curiosos aislados y someterlos a una nomenclatura sistematizada. Comenzando así con un hechopsicológico reconocido. . 28 Aquí aportan los profetas de 25 Proceedings of the Society for Psychical Research. VII. vol. sólo es una vía. Para un informe completo de la visión de MYERS. ya quesiempre había sido uno con Dios e idéntico con el alma del mundo. Si será ono importante esta nomenclatura sólo podrá decirlo el trabajo futuro en el camino abierto por Myers. Comienzan aquí las supercreencias.Esta perspectiva analítica parece la mejor para una ciencia de las religiones.me remito a su obra póstuma Human Personality in the Light of Recent Research. ya que una de las peculiaridades de laincursión desde la región subconsciente es que toma aspectos objetivos y que sugiere al propio sujetoun control externo.la continuación subconsciente de nuestra vida consciente. parece que conservamos cierto contacto con la «ciencia»que la teología ordinaria no tiene.

una 242 todas las religiones sus visiones.Desearía que todos nosotros hubiésemos llegado a este estado de forma que aún en los seres humanos más viles viéramos enellos a Dios. el Dios del más allá se manifiesta. el Infinito. el Sujeto Eterno de todo. por decir así. álzate tú que siempre eres puro. la realidad de mí vida. ya losois. Reforzad la naturaleza realestableciendo en vosotros mismos lo refulgente. mayo de 1901. álzate todopoderoso y manifiesta tu naturaleza" [. y construimosnuestra religión de la manera más congruente con nuestras predisposiciones personales. consistesimplemente en rasgar el velo con el que la pureza. se neutralicen éstas mutuamente y no proporcionen clarosresultados.tomando la batalla por algo externo.]. decidir que. Oh. que cada uno supone quelegitiman su fe particular. El conocimiento es.]. también lo que se afirma sobre el yo subconsciente en lasconferencias XI y XII. ¿Por qué el hombre busca a Dios?. Ésta es la mejor plegaria que nos enseña el Avaita. el resplandor. be cometido muchos errores?" No necesitamos quetodos nos respondan. decir: "Alza tu resplandor. Por lo tanto. sino que cuando la luz brille desaparecerá el mal al momento. exigiólo de cada uno con quien estéis. 28 Otra expresión de esta creencia. vuestro propio Yo. lo puro para siempre. y reza:"recordemos nuestra naturaleza" [. 26 Véase el inventario ofrecido en la conferencia última. al menos de momento. mi cuerpo y mi alma. lo más cercano de lo próximo. voces. XIII.el Testimonio eterno de este universo. En esto consiste vuestra naturaleza: aseguradlo. Él. y en lugar de condenar. sino que cada pensamiento bueno. un grado inferior. para dejar más clara la noción:«Si esta habitación está completamente oscura durante miles de años y llegas y comienzas a quejarte y sollozar. éxtasis y otras premoniciones. manifestadlo.Aquellos de nosotros que no resultemos particularmente favorecidos con tan especificasrevelaciones debemos quedar totalmente al margen y. levántate sin nacimiento nimuerte. ya que sos-tenemos doctrinas teológicas incompatibles. obraréis bien si pensáis siempre "¿He hecho mal. o si seguimos teorías simplemente filosóficas y abrazamos el panteísmomonista en terrenos no místicos. lo hacemos en ejercicio de nuestra libertad individual. tanto en calidad de pensamiento como estimulo para la acción. quéoscuridad!. Yo soyTú y Tú eres Yo... Si los perseguimos. ¿desaparecerá por ello la oscuridad? Lleva la luz.cap. 27 Véanse las páginas dedicadas a la santidad. enciende un foco luminoso y la luz existirá desde esemomento. entre estaspredisposiciones las de carácter .. es tu propio corazón el que batalla y tú no lo sabes.. No consiste en el puro llegar a ser.

ya que produce efectos en este mundo.pp. al parecer. Londres. Con todo.Los límites más alejados de nuestro ser se sumergen. laregión no visible en cuestión no es simplemente ideal. la conmoción espiritual en la que ese don aparece frecuentemente no sepresentará en individuos concretos. parte IV. en otra dimensión de existenciaque no es la del mundo puramente sensitivo y «comprensible». Practical Vedanta. estaré presentando mi propia supercreencia -aunque sé que aalgunos de vosotros os parecerá una triste subcreencia. denominada ahora la región mística osobrenatural. ya quepertenecen en un sentido más profundo al mismo lugar al que pertenecen nuestros ideales. las cosas más interesantes y valiosas acerca del hombre son fre-cuentemente sus supercreencias. se trata de vivir o no vivir en la unión superior que se nosofrece como una dádiva. 29 Ideas que resultarán así esenciales para la religión del individuo -quees lo mismo que decir que las supercreencias en diversas direcciones son absolutamente indispensablesy que deberíamos tratarlas con delicadeza y tolerancia siempre que ellas mismas no sean intolerantes.siguiéndose importantes consecuencias para la conducta en el mundo natural como secuela de nuestro degradación.Como he dicho en algún otro lugar. en el hecho de quela persona consciente es secuencia de un yo más amplio a través del cual llegan las experiencias desalvación. observamos. Addresses. actúa sobre nuestra personalidad convirtiéndonos en hombres nuevos. me parece. y . hasta que determinadas creencias intelectuales o ideas que leperturben queden rectificadas. A pesar de que la cuestiónreligiosa es primariamente una cuestión vital.para la que sólo puedo pedir la mismaindulgencia que en el caso inverso concederé a la vuestra. XII. 172-174. Mientras que nuestras tendencias ideales se originan en esta región y allí permanecen de una forma más íntima que aquella por la que forman parte del mundo visible. Cuandoconvergemos con ella.Dejándolas aparte y limitándonos a lo que es común y genérico. ¿Ya lo somos? ¿Cómo lo sabemos?» Swami VIVEKANANDA. 1897.intelectual constituyen una parte decisiva. es literal y objetivamenteverdadero. Si ahora paso a establecer mi propia hipótesis sobre los límites más alejados de estaextensión de nuestra personalidad. 30 un contenido de experiencia religiosa positivo que. como gustéis.

Por élaprendí a mirar a todos los hombres. El espiritualismo ocupa un sitio importante con mi vida. dehecho. La plegaria siempre me produjo mayor fuerza. para la realidad suprema.» W. versión resumida.Lectures. a aquellos que más me hicieron sufrir. ocupa el primer lugar. 243 cambio regenerativo. llamado certeramente el Confortador. p. designaré esta parte superior del universo con el nombre de Dios. lo que produce efectos en otra realidad debe ser denominadotambién realidad. Particularmente he aprendido a rogar. p. C. místico. 30 «La influencia del Espíritu Santo. Aprendí que no debo desesperarme por nada. y todavía tengo muchas cosas queaprender en este terreno. « Scribncr's Magazine». 32 Nosotros y Diostenemos tratos en común. 27. comohermanos no desarrollados del todo a los que debo ayudar. Se me reveló en un momento Crítico de mi vida y no sé qué podríahaber hecho sin él. 31 Por consiguiente. sin embargo.no menospreciar a nadie y rogar por todos. 112. amar y perdonar. como mínimo para nosotros cristianos. en aquellas partes constituidas por nuestro ser personal.Dios es la apelación natural. incluso a los criminales más peligrosos. enconsecuencia. BROWNELL. consuelo y bienestar. de forma que pienso no tenemos excusa filosófica alguna para denominarlo algo novisible o mundo irreal. y al abrirnos a su influencia nuestro destino más profundo se realiza. vol. una realidadtan sólida como la del electromagnetismo. The Real and The Apparent Man. siento más que nunca que sólohe caminado un poco en el largo camino del progreso. éste es un caso de una persona en relación desde el nacimiento con ideas cristianas que habría de esperar aque se le mostraran revestidas de fórmulas místicas para establecer la experiencia:«Puedo decir que me salvó el espiritualismo. es una cuestión de experiencia real. miro su distancia sin desmayo porque confío quellegará el día en que todos mis esfuerzos serán recompensados.» Colección de Flournoy. cambia genuinamente mejorando oempeorando proporcionalmente a cómo cada uno de nosotros cumpla o duda la voluntad . 29 Por ejemplo. XX. Me enseñó a desligarme de las cosas mundanas y a poner la esperanza en lo que ha de venir. Eluniverso.

Que el Dios personal. en el ámbito de laciencia. la existencia de Dios garantiza un orden ideal que será preservado perennemente. la religión se torna totalmente libre de la inmediata y primariaexperiencia subjetiva y pone en juego una auténtica hipótesis. y cuando son anunciadas las másremotas consecuencias objetivas. la mayoría de nosotros pretende consolidarla. debe establecer unas relaciones cósmicas más amplias para justificar la confianza y la pazabsoluta del individuo. probablemente afirmaréis conmigo. Sólo cuando la fe avanza con relación a Dios. enla que todos estamos salvados a pesar del umbral del infierno y de todas las apariencias terrenasadversas. donde está Dios.divina. no es una simple clasificación de hechos ya explicados en algún 31 . debe poseer otras propiedades distintas a las del fenómeno que ha de explicar. pero siempre será parte de este orden. lo que podría llamarse la creencia instintiva de la humanidad: Dios es real desde elmomento en que produce efectos reales. ya que sólo traduzco a un lenguajeesquemático. pero la fe espontánea de la mayoría de ellos conduce a que abracen una esfera más ampliaque ésta. Dios. pero la propia filosofía se sostiene en esa fe. pretendiendo indicar con esa palabra sólo lo quepertenece a la experiencia de unión del hombre religioso. es un artículo básico de la religión de casi todo elmundo. comenzando por el lado más próximo de nuestro yo extramarginal. como fundamento de nuestrafilosofía. Esta supercreencia. los bellosideales con toda seguridad serán transportados a otro lugar para florecer de forma que. en la que se encuentran absolutamente seguros. Una buena hipótesis. en sumás completo ejercicio de funciones.la tragedia es sólo provisional y parcial y el naufragio y la disolución no acontecen nunca de maneraabsoluta y final. no alcanza a ser una hipótesis de este ordentan útil. La mayoría de los hombres religiosos creen (o «saben» si de místicos se trata) que no sóloellos sino el universo entero de los seres para los que Dios está presente. que es algo así como decir que la religión. se encuentra seguro en suspaternales manos. Existe un sentido. En realidadeste mundo puede algún día quemarse o congelarse. en casocontrario no será suficientemente estimulante.Siempre que esto sea si.Los efectos reales en cuestión admitidos se ejercen en los centros de energía de los diversosindividuos. sin embargo. una dimensión. hastallegar a establecer relaciones con su margen más remoto. sea el soberano absoluto es una super creenciamuy atrevida. de alguna manera.

Esta visión completamente «pragmática» de la religión. no se trata tampoco de la Superconciencia en sentido vedántico.. vol. p. que mira las cosas bajo una luz rosada. del pensamiento del yo a un reinado claramente superior [.]. 4-6. Este poder puede ser usado tanevidentemente como los rayos del sol pueden ser reflejados y hacer que destruyan. no esun rapto.es algo más porque también postula hechos nuevos. en general la utilizan en un sentidointelectual significando simplemente un medio de comunión. está perfectamente definida para algunas personas. como el amor. Se siente unapaz de espíritu tan definida como en un día de verano caluroso se percibe el calor. construyeron un cielo más allá de la tumba y sólo los metafísicostrascendentales pensaron que sin denominándola simplemente .. el mundo interpretado religiosamente no es sólo laotra cara del mundo materialista. de los fenómenos depercepción sensible a los fenómenos de clarividencia. tenso. llamada también plegaria. y éste es cl aspecto quedeseo subrayar. Tomo otro ejemplo concreto para reforzar en la mente del lector laconvicción:«El hombre puede aprender a trascender estos límites [los del pensamiento finito] y proporcionar poder y sabiduría a lavoluntad [. No se trata de una experiencia vaga. tampoco es debida a la autohipnosis. 244otro lugar. Boston.» The Hígher Law. ansioso.Que la sensación de abrirnos. Porejemplo. saludable.]. sin embargo. en pocos momentos puede inducirnos a la tranquilidad. vuelvo a decir que no se trata de hipnosis sino del ejercicio del poder. Todo eso no seconsigue solamente con una palabra. IV. equilibrado. Realmente. sino que debe poseer por encima de laexpresión alterada una constitución natural diferente de alguna manera de aquella que presentaría unmundo materialista.. de sentido común.. que quemen la madera. no es una simple pasión. Debe ser de tal modo que se puedan esperar realidades diferentes. racional. con un aspecto subvertido. Se trata deun cambio de conciencia perfectamente tranquilo. «Dios» es también un agente causal. y requerirconductas diferentes. no se trata de un éxtasis. en la realidad ha sido sostenida por loshombres comunes como algo que no tiene nada de particular. oscura ni semiconsciente. interpolaron los milagros divinos en elterreno de la naturaleza. si el yo inferior es nervioso. 32 Los trascendentalistas están muy satisfechos de la palabra «Superalma». La presencia divina se conoce mediante la experiencia. y alcanzar un nivel tan elevado constituye un actodiferenciado de la conciencia. lo señalamosabundantemente en las conferencias precedentes.

A buen seguro el mundo real es de una fibra por entero diferente -construido demanera más intrincada de lo que la ciencia física permite. y la expresión total de la experienciahumana. y por consiguiente con claridad mayor. ¿Quién sabe si la lealtad de los individuosaquí abajo a sus pobres supercreencias no ayudarán a Dios a ser más leal en sus tareas superiores? 245 Postscriptum Al redactar la conferencia final aspiré en tal medida a la simplificación que me invade el temorde que mi posición filosófica general recibiera una atención tan escasa que difícilmente la hagainteligible para algunos de mis lectores. como todo lo real ha de hacerlo. y a pesar de que. ya que todas lasposibles actitudes y temperamentos fueron descritos ampliamente hace tiempo por la literatura ycualquier escritor . Glifford que murmura «¡Tonterías!»La hipocresía es hipocresía. Creo que la manerapragmática de tomar la religión es la más profunda: le proporciona un cuerpo y un alma. tal como la entiendo objetivamente. por lo que aprovecho este epílogo. las leyes y los objetos pueden serlo todo. me considero a mí mismo más entero y más verdadero. hacía más divina. sus experiencias y las de este mundo sean discontinuas.En un terreno como en el que nos ocupa no puede esperarse originalidad. Toda mi educación pretende persuadirme de que el mundo de nuestraconciencia actual sólo es uno de los muchos mundos de conciencia que existen y que esos otros mun-dos deben contener experiencias que poseen un significado cabal para nuestra vida. K. una serie de hechos característicos propios. pero la super creencia en la que estoy a punto de aventurarmepersonalmente es que existen. En última instancia. perosilo hago siento aquella advertencia interior de que habla W. al margen de la singular afluencia de energía enel estado de fe y en el estado de plegaria. mi conciencia objetiva ysubjetiva me transportan hacia la supercreencia que postulo. me empuja inexorablemente más allá de los estrechoslímites «científicos». para remediar el defecto. Siendo leal en la medida de lo posible a estasupercreencia. que debe ser asimismo tanbreve como sea posible. aunque sea sólo una pizca. Yo no sécuáles son los hechos más característicamente divinos.por lo general. le permitereivindicar. ambas se hacen continuas endeterminados puntos donde se filtran energías superiores. aunque lleve un nombre científico. Naturalmente puedo situarme enla actitud sectaria científica y pensar que las sensaciones. En una obra posteriorpodré explicar mi posición con mayor amplitud.expresión del espíritu absoluto. se laañadir ningún detalle concreto a la naturaleza y sin salir de ella.

Si hiciéramosuna división del conjunto de los pensadores en naturalistas y supernaturalistas. la esencia de la religiónpráctica . en la serie de los supernaturalistas. puesto que aunque no sean idealistas trascendentales al menos obedecen latendencia kantiana hasta un punto capaz de impedir que nuestras entidades ideales interfierancausalmente el curso de los hechos fenomenológicos. los supernaturalistas refinados piensan que confunde las diferentes dimensiones de la existencia. que se adecua bien con aquella antigua teología que impera hoysólo entre la gente sin instrucción o que podemos encontrar entre los escasos profesores rezagados en eldualismo que Kant desplazó según se cree. como prueba la existencia del pesimismosistemático. En esta forma universalizadora de entender el mundo ideal. me parece.A pesar de mi incapacidad para aceptar el cristianismo popular o el teísmo escolástico. El mundo ideal. Sin embargo. que creen que la ayuda divinaacude en respuesta a la plegaria. El supernaturalismo refinado es unsupernaturalismo universalista. el mundo ideal no es causa eficiente. sentimientos que pueden ser deadmiración o adoración. Toma los hechos de la ciencia física en su sentido literal y deja las leyes de la vida talcomo las encuentra el naturalismo. El supernaturalismo universalista se rinde demasiado fácilmente. constituye un punto de vista para juzgar los hechos. interpolando influencias de laregión ideal entre las fuerzas que determinan causalmente los detalles del mundo real.para ellos.se da un supernaturalismo craso y otro refinado. y nunca penetra en el mundo fenoménico de lasparticularidades. No puede bajar al nivel inferior de experiencia y entreverarse poco a pocoen fracciones diferentes de la naturaleza. por ejemplo. Se autoconfina a sentimientos sobre la vida en conjunto. y probablemente el mejor nombre para la variedad «crasa» sea el desupernaturalismo «poco sistemático». como la mayoría de los filósofos. supongoque mi creencia de que la comunión con el ideal proporciona nuevas fuerzas al mundo que originannuevos fenómenos me obliga a ser clasificado entre los supernaturalistas del tipo craso o pocosistemático. y la mayoría de los filósofos actuales pertenecerían ala división refinada. sin lugar a dudas yodebería alinearme. pero que no necesitan serlo. sin esperanza de remedio ni solución en el caso de que sus frutos nosean buenos. no consiste en un mundo de hechos. sino sólo delsignificado de los hechos. alnaturalismo. en su opinión. como aquellos.nuevo puede ser inmediatamente clasificado bajo un rótulo familiar. Admite los milagros y directrices providenciales y no en-cuentra dificultad intelectual alguna para mezclar el mundo real e ideal. pertenece a una «lógicasdiferente y habita en una dimensión de existencia distinta de aquella de la cual obtiene lasproposiciones existenciales. Con respecto aesto.

según interpreto.Debemos al Absoluto la posesión de un mundo de hechos. con todo. «Un mundo» de hechos. Deberíamoshaber hablado antes. la palabra «juicio» no significa la apreciación platónica ni el veredictoacadémico desnudo como admiten los sistemas vedantas y absolutistas modernos. me parece unaproposición increíble y.Todos los supernaturalistas admiten que los hechos se rigen por el juicio de una ley superior. «Es extraño -oí decir a un amigo. pero el Absoluto no puede trabajar a precio fijo. es in rebus y también .observar este 246 hechos son hechos particulares y todo el interés de la cuestión sobre la existencia de Dios me pareceque estriba en las consecuencias que para los particulares esa existencia pueda implicar. siempre que la metafísicatrascendentalita no la despierte. Por el contrario. y para la religión. pero parael budismo. pero tal como entiendo la doctrina budista del Kharma estoy de acuerdo con ella. nocondesciende a transacciones particulares. demanera que todos los intereses fantaseados por nuestras pobres almas levantan la cabeza demasiado tarde.No conozco el budismo y puedo equivocarme. Sostiene que el Absoluto mantiene relaciones sólo con la experiencia en bloque. Tanto instintivamente como por razones lógicas encuentro difícil de creeren la existencia de principios que no establezcan diferencias entre los hechos. comenzando por las partes individuales. en tanto que paranuestras mentes finitas lo óptimo seria que la obra se llevase a cabo en este mundo. un mundo entero que constituye la más pequeña unidad con la cual el Absoluto puede actuar.Nuestras dificultades y nuestros intereses son asuntos poco sistemáticos. haber rogado por otro mundo antes de que éste naciera. todos los 1 Por supuesto. y en esto consiste exactamente el pro-blema. que ningunaexperiencia particular altere su aspecto como consecuencia de que exista Dios. el idealismo trascendental sostiene que su mundo ideal establece esta diferencia esencial: el hecho existe.comporta la ejecución.parece evaporarse. hablo simplemente para describir mejor mi puntode vista general. es la tesis (en todo caso implícita) que abraza el supernaturalismorefinado. por lo general. 1 Sin embargo.

en estos casos parece que las energíastransmundanas. producen efectos inmediatos en el mundo natural al que pertenece elresto de nuestra experiencia. Me siento tan impresionado por la importancia de estos fenómenos que hago míala hipótesis que sugieren de forma natural. El universo se convierte al agnosticismo 2 puro y simple en cualquier otro término. entonces. de un programa para otros libros. sinembargo. significa . se remonta a nuestro centro de energía personal y produce efectos regenerativos que de unau otra manera no pueden obtenerse. asumo el problema de este modo porque la corriente de pensamiento que imperaen círculos académicos discurre en contra mía.conseguiríamos los elementos de una teoría a favor de la cual los fenómenos de la vida religiosaofrecen plausibilidad. Entonces. ejerce una agudainfluencia. imagino. si en él se ejercieran fuerzas cuyos efectos fuesen intermitentes. si el mundo de la existencia fuese más amplio que el denuestra conciencia cotidiana.Con franqueza. y me encuentro como el hombre que debe apoyar elhombro contra una puerta abierta rápidamente si no quiere verla cerrada y atrancada. creo que una consideración cándida delsupernaturalismo craso y una discusión completa de todas sus relaciones metafísicas demostrará que setrata de la hipótesis donde se cumplen el mayor número de requerimientos legítimos.post rem y actúa «causalmente» como un factor parcial enel hecho total. por consiguiente. si unacondición facilitadora de los efectos implicase la apertura de la puerta «subliminal». sería la inmortalidad personal. La apariencia. especialmente cuando participan en elladeterminados tipos de incursión de la región subconsciente. este volumen debe ser clasificado en conjuntocon las otras expresiones de este criterio. debería decir que en general no poseo hipótesis alguna que ofrecer salvo aquello que sugierede inmediato el fenómeno de la «comunión por la plegaria». La re-ligión. pues. parece ser que en estefenómeno algo ideal. como mínimo. que en un sentido forma parte de nosotros y en otro no lo es. Dios. por lo que al expresarlo aclaro suficientemente al lectorfilosófico el lugar al que pertenezco. si queréis.Si me preguntaran dónde situamos las modificaciones de los hechos que se deben a la existenciade Dios. este punto de vista de que el juicio y la ejecución caminan juntos es el propio del modo depensamiento supernaturalista craso.La diferencia en el «hecho» natural que la mayoría de nosotros señalaríamos como la primeradiferencia que debería indicar la existencia de Dios. de hecho. porsupuesto. Se trata. A pesar de queresulta chocante para los gustos intelectuales en boga.

La filosofía con su pasión por la unidad.Mientras tanto. Así. con un Dios que no puede aliviarnos de ninguna cargaparticular. a pesar de que tengo el mayor respeto por losseñores Myers. Lo único que testimonia inequívocamente es que podemosexperimentar la unión con algo superior a nosotros y que en esta unión encontramos la paz más grande. y ante unconflicto de pulsiones como éstos.»¡Curiosa evolución desde el Dios de los Salmos de David! 2 Véase mi obra Wilt to Believe and Other Essays in popular Philosophy. dejo con estas breves palabras la cuestión abierta para eximir al lector de laposible perplejidad de por qué el problema de la inmortalidad no ha sido mencionado a lo largo dellibro. Hodgson y Hyslop. 165. tal como la hemos estudiado. se halla. p. Con todo. me veo empujado a afirmarque la experiencia religiosa. Se asume como «uno y único» e«infinito». alma que todo-lo-incluye del mundo. respetando su autoridad. y el misticismo con su tendencia monoideista se «traspasan ellímites e identifican ese ego otro con un Dios único. les falta demostrar «el retorno de los espíritus». pues. siendo la noción de muchos dioses finitos algo que casi nadie encuentra útil considerar ytodavía menos sostener. no puede ser aducida como el sosténinequívoco de la creencia infinitista. y la opiniónpopular. dotado de algunos atributos metafísicosque yo traté en la conferencia sobre filosofía con tan poco respeto. tan vagos y al propio tiempo tan nobles.tanto para estos hombres corrientes como para los filósofos.En mis conferencias no he hablado sobre este problema o sobre la creencia en ella porque me parecealgo secundario: si a nuestros ideales sólo les interesa la «eternidad» no veo por qué hemos de desear rincón ciego donde se ha instalado el pensamiento cristiano.pienso. 1897.El poder ideal con el que nos sentimos vinculados.inmortalidad y nada más para la gran mayoría de personas. 247 transmitirlos a otras personas. sigue el ejemplo que ellos establecen. las . no sé cómo decidirme y meparece que se trata de una ocasión donde eminentemente deben testimoniar los hechos y a los hechos. que no nos puede ayudar a soportar la cruz privada y que se encuentra del lado de nuestros enemigos tanto comolo está del nuestro. y me encuentro bastante impresionado por sus conclusionesfavorables. Siquiera sea en interés de la claridad intelectual. simpatizo con la pulsión urgente de intervenir. Dios es elproductor de la inmortalidad y cualquiera que dude de ella es reputado de ateo sin ninguna otra prueba. el Dios de los hombres corrientes.

necesidades y experiencias prácticas de la religión me parecen satisfechaspor la creencia de que más allá de todo hombre, y de alguna manera, en continuidad con él, existe unpoder superior, amigo de él y de sus ideales; todo lo que exigen los hechos es que ese poder sea otro ysuperior que nuestros yo conscientes. Cualquier cosa superior será suficiente tan sólo con que nos bastepara estimular el paso siguiente. No ha de ser infinito, no ha de ser solitario; puede tratarsesimplemente de un yo superior y más divino asimismo, del que el yo real sería una expresión mutilada,siendo el universal una colección de estos yo con diferentes grados de penetración e identificados sinningún tipo de unidad absoluta. 3 Esto representaría cierto tipo de politeísmo en lontananza -unpoliteísmo que en esta ocasión no defiendo porque mi única aspiración actual es proporcionar un testi-monio de la experiencia religiosa en sus propios límites.Los defensores de la visión monista dirían de este politeísmo (que, por cierto, siempre ha sido lareligión de la gente común y todavía lo sigue siendo) que, a menos que hubiese un Dios que loincluyera todo, nuestra garantía de seguridad resultaría imperfecta. En lo Absoluto, y sólo en loAbsoluto, todo se salva; si existieran dioses diferentes, cada uno preocupado por su cuenta, algunaparcela de alguno de nosotros quedaría al descubierto de la protección divina, siendo nuestro consueloreligioso incompleto. Y esto hace referencia a lo que os sugerí en las conferencias iniciales sobre laposibilidad de que existan parcelas del universo perdidas irreparablemente. El sentido común es menosradical en sus demandas de lo que la filosofía o el misticismo suelen serlo, y puede admitir la noción deque este mundo resulte salvado parcialmente y parcialmente perdido. La moral ordinaria condiciona lasalvación del mundo al éxito con que cada parte realice su cometido. La salvación parcial ycondicionada constituye, de hecho, una noción más familiar cuando se toma en abstracto, y la únicadificultad consiste en determinar los detalles. Algunos hombres, a pesar de todo, están tan faltos deinterés que desean alinearse en la parte perdida mientras sus personas resistan, si se les puede persuadirde que su causa prevalecerá -siempre que la participación sea lo bastante elevada. De hecho, pienso queuna filosofía última de la religión habría de considerar la hipótesis pluralista más seriamente que hastaahora. En cualquier caso, para la vida práctica la posibilidad de salvación es suficiente y ningún hechode la naturaleza humana es más característico que este deseo de vivir sobre una posibilidad. Laexistencia de

esta posibilidad establece la diferencia, afirma Edmund Gurney, entre una vida en la cualla pieza clave la constituye la resignación y otra en la que predomina la esperanza. 4 Pero todas estas 3 Esta noción se sugiere en mi conferencia Ingersoll sobre «Human Immortality», Boston y Londres, 1899. 4 Tertium Quid, 1887, p. 99. Asimismo, véanse las conferencias iniciales. 248afirmaciones resultan insatisfactorias por su brevedad y sólo puedo decir que espero volver sobre losmismos temas en algún otro libro. Sumario Prólogo de José Luis Aranguren Nota sobre la ediciónPrefacio del autorConferencia 1. Religión y neurología Introducción. - La materia de estas conferencias no es antropológica sino más bien psicológica. -Utilización de documentos personales. - Juicios de hecho y juicios de valor. - Las personas religiosas amenudo son neuróticas. - Crítica del materialismo médico que condena la religión por este motivo. -Refutación de la teoría del origen sexual de la religión. - Todos los estados mentales estáncondicionados neurobiologicamente. - Es más conveniente juzgar su significado no por el origen sinopor el valor de los frutos. - Tres criterios de valor; su origen. - Ventajas del temperamento psicopáticocuando lo acompaña una inteligencia superior. - Su aplicación en la vida religiosa.Conferencia II. Delimitación del tema Inutilidad de las definiciones sencillas de la religión. -No existe un «sentimiento religioso específico». -Religión institucional y religión personal. - Nos limitamos a tratar el aspecto personal de la religión. -Significado del término «religión». - Lo divino es lo que produce reacciones solemnes. - Imposibilidadde llegar a unas definiciones acabadas. - Procede estudiar los casos más extremos. - Dos modos deaceptar el universo. - La religión produce mayor entusiasmo que la filosofía. -Se caracteriza por elentusiasmo que suscita una emoción elevada. - Aptitud de la religión para superar la infelicidad. -Necesidad de esta capacidad desde el punto de vista biológico.Conferencia III. La realidad de lo no visible

Percepciones versus conceptos abstractos. - Influencia de los conceptos abstractos sobre las creencias. -Ideas teológicas de Kant. Poseemos un sentido de la realidad distinto del que nos dan los sentidosparticulares. -Ejemplos de «sentimiento de presencia». - La sensación de irrealidad. - El sentimiento dela presencia divina: ejemplos. - Experiencias místicas: ejemplos. -Otros casos de sentimiento de lapresencia de Dios. -Fuerza de convicción de la experiencia no racional. -Inferioridad del racionalismoen el establecimiento de la fe. - El entusiasmo o la solemnidad pueden predominar en la actitudreligiosa de los individuos.Conferencias IV y V. La religión de mentalidad sana 249 La felicidad es la cuestión principal de la vida humana. - Personalidades que «nacen una vez» ypersonalidades que «nacen dos veces». - Walt Whitman .Naturaleza mixta de los sentimientos de losgriegos. -Mentalidad sana sistemática. - Buen sentido de la mentalidad sana. - El cristianismo liberal esuna manifestación de todo esto. - El optimismo alentado por la Ciencia Popular. - El movimiento de la mind-cure. Su credo. - Ejemplos. - Su doctrina del mal. - Analogía entre la mind-cure y la teologíaluterana. - Salvación por la relajación. - Sus métodos: sugestión, meditación, recogimiento,verificación. - Diversos esquemas de adaptación al universo. - Apéndice: dos casos de mind-cure. Conferencias VI y VII. El alma enferma . Mentalidad sana y arrepentimiento. - Pluralismo esencial de la filosofía de la mentalidad sana. -Mentalidad mórbida: sus dos grados. - Diferencias individuales ante el dolor. - Carácter incierto de losbienes naturales. - Fracaso y éxito efímero de la vida. - Pesimismo de todo naturalismo puro. Carácterdesesperanzado de la actitud griega y romana. - Infelicidad patológica. - Anhedonismo. - Melancolíaaguda. - El gusto por la vida es un don gratuito. - Su pérdida modifica la visión de las cosas. - Tolstoi. -Bunyan. -Alline. - El temor enfermizo. - Alivio mediante la religión sobrenatural. Antagonismo entrementalidad sana y mentalidad mórbida. - El problema del mal es inevitable.Conferencia VIII. El yo dividido y su proceso de unificación

. La conversión El caso de Stephen Bradley. Automatismos sensoriales y motores. . XII y XIII.¿Es esencial que la conversión sea instantánea? No. -Casos concretos.Paz interior.El estado de fe según Leuba.Incubación subconsciente de motivos. -Representación esquemática del cambio permanente del carácter. elmundo parece otro.Sentido de un control superior. . . es una crisis normal de la adolescencia. Características del estado de fe: sentimiento de certeza. La santidad El estado de gracia según Sainte-Beuve. .Conferencias XI. Modos esquemáticos de representar este hecho.Pureza de vida.Tipos de carácter como consecuencia del equilibrio entreimpulsos e inhibiciones.Parece que hay personas que no se convierten nunca. . .Dos tipos de conversión. . . según Starbuck. .Efectosrelajantes de todo esto. . .. . . Observaciones del profesor Coe. fortaleza.La personalidad heterogénea. etc.Ascetismo.Su importancia en la historia religiosa. .Pobreza. El valor de la santidad . La conversión (conclusión) Casos de conversión súbita.La autoirendición.Sentimientos dedemocracia y de humanidad. .Los cambios en la psicología del carácter.La explicación psicológica no excluye la presencia directa de ladeidad. -Unificación gradual y unificación repentina.Las ideas de Leuba sobre elsentimiento religioso. Intervención probable de influencias subconscientes. . .Efectos generales de la 250emotividad elevada.Las excitaciones emocionalesproducen nuevos centros de energía personal.Parece que las conversiones instantáneas se dan en sujetos que tienen unyo subconsciente activo. -La unidad conseguida no es necesariamente religiosa. .Laconversión. caridad.Emociones de máxima intensidad. -Sensación real de un poder superior.Características de la santidad. . depende de laidiosincrasia psicológica. Ecuanimidad. . . . .Estabilidad de las conversiones.Casos de «contraconversión». .Otros casos.El valor de la conversión no depende de este proceso sino de los frutos. Ejemplos de yo dividido. . . . .Losfrutos no son superiores en la conversión súbita. -Automatismos psicológicos.La emoción espiritual rige la vida de santidad.Reivindicación de Tolstoi y Bunyan. . . .Conferencias XIV y XV.Efectos generales.La santidad puede anular demanera permanente los impulsos sensuales. .Relaciones entre «el estado de fe» emocional y las creenciasintelectuales.El carácter alcanza la unidad gradualmente. .Se prueba la existencia de la conciencia transmarginal o subliminal. .Conferencia IX. .Obediencia.Conferencia X. . .Irascibilidad.La santificaciónconsiderada como un resultado.

Los principios delidealismo trascendental nos resuelven la cuestión religiosa. .El intelectualismo tiende aeludir los modelos subjetivos de sus construcciones teológicas.La corrupción sigue al éxito. -El misticismo religioso. . -Conciencia de Dios. -La cuestión de la verdad teológica. . . . . .1. pero en la sociedad actual puede fracasar. . Pero no para los demás.Los pros y los contras del carácter santo.En abstracto el santo representa el idealmás elevado.Empirismo noequivale a escepticismo. -Misticismo y alcohol. -Yoga. . .Conferencia XVIII. . . . . .Sufismo.Citas de John Caird. .Absorción teopática. .El exceso en la caridad.Místicos cristianos.Los santos son tormento de un mundo mejor. .3.Lo quela filosofía puede .Efectostécnicos de los estados místicos. -Misticismo budista.Música y misticismo. Religión individual y religión institucional.El hombreperfecto sólo se adapta a un medio ambiente perfecto.A menudo hay que emitir también un juicio sobre la realidad divina.Fórmulas negativas del misticismo. La filosofía Primacía del sentimiento en religión y función secundaria de la filosofía. -Los excesos del ascetismo. -2. .Valor de estas concepciones según el criterio del«pragmatismo». Forman un ámbito peculiarde conciencia. . símbolo de vida heroica. A pesar de todo. pero no obliga como una demostración razonada. .«Conciencia cósmica». . El misticismo Definición del misticismo.La «experiencia» margina las religiones «inútiles».Fracaso de lateología sistemática cuando argumenta sobre los atributos morales de Dios. .Su doctrinaconfirma el valor de la experiencia religiosa. . . .Demostración del valor humano de los frutos de la santidad.Crítica de larelación teológica de los atributos de Dios. Naturaleza y misticismo. .Tres conclusiones.Los atributos metafísicos de Dios carecen de significado práctico.El exceso en la pureza .La soledad de los fundadoresreligiosos.La teología dogmática .Conferencias XVI y XVII.Su sentido de revelación. . .Ejemplos de sus niveles más bajos. . . .Sentido de unión con loabsoluto. .Extravagancias religiosas.Refuerzan las hipótesis monista y optimista. por consiguiente es arriesgado hacerse santo.El santo versus elhombre «fuerte». posible equivalencia de la vidamilitar y de la pobreza voluntaria. . resquebrajan la autoridad exclusiva dela actitud racionalista. . .. Los estados místicos ejercen autoridad sobrequien los vive. La revelación anestética. .Conviene considerar su función social.La devoción desequilibrada.Cuatro características de los estados místicos. . . .El ascetismo.fanatismo.

Contraste entre catolicismo y protestantismo. Entre suslibros importantes destacan: . .Segundo grado.Casos judíos. descripción de esa liberación. mediado entre la naturaleza y el poderdel más allá. . . New Hampshire.La hipótesis pluralisticaparece más adecuada al sentido común.La religión considera lo concreto. el 1910.Conferencia XIX. -Fundamentalmente la religión es una reacción biológica.Principios diferentes han de producir diferencias de hecho. el eminente psicólogo y filósofo norteamericano. pero no proclamar.hermano del novelista Henry James. . . Postscriptum La posición filosófica de esta obra. . .La religión supone que la plegaria produce positivamente efectos espirituales. -Relación entre religión y región subconsciente. . .En sus términos elementales. .Las religiones humanas no tienen que ser necesariamenteidénticas. un sobrenaturalismo asistemático. . . .La ciencia de las religiones sólo puede sugerir. la religiónconsiste en una inquietud y su solución. 251 Conferencia XX.El antropomorfismo y la creencia en la realidad personal caracterizaban elpensamiento precientífico.La cuestión de un Dios únicoe infinito: la experiencia religiosa no puede plantearla en modo afirmativo.¿Esla religión una «supervivencia» del pensamiento primitivo? . . inició su actividad investigadora como crítico de lapsicología tradicional desde una perspectiva renovadora – la psicología científica – centrada enuna concepción orgánica del individuo. nació en Nueva York el 1842 ymurió en Chocua.Crítica del sobrenaturalismouniversal. sólo las experiencias individuales son concretas. es decir. -Mahoma. . Otras características Valor estético de la religión. un credo religioso.¿Qué diferencias de hechopuede ocasionar la existencia de Dios? .La ciencia moderna excluye el conceptode personalidad. El poder del más allá. Dios produce efectos reales en la naturaleza.La hipótesis del autor: 1.El problema de la realidad delpoder superior. 2. .Tercer grado. . . El yo subconsciente.Con todo. Dios.Tresgrados de opinión sobre sus efectos. .hacer por la religión cuando se transforma en «ciencia de las religiones». Miembro de una refinada familia americana. Sacrificio y confesión.Joseph Smith.Los objetivos científicos sonabstracciones. El pragmatismo que propugna en la reflexión filosóficapretende intervenir éticamente en la sociedad a través del utilitarismo y de la acción. . Conclusiones Sumario de las características de la religión. . las fuerzas personales son reales. . 3.Losautomatismos y su frecuencia entre los guías religiosos.La cuestión de la inmortalidad. . . -La plegaría. William James.Primer grado.

a lautilidad.-el tema capital del libro. The Varieties of Religious Experience recoge las conferencias Giffordpronunciadas en Edimburgo sobre la religión natural. no obstante. antiobjetivo de experiencia. la profunda legitimidad personal del imaginario religioso. . señala el profesor Aranguren en el prólogo. William James aparece en este libro como un estudioso de las creencias religiosas. constituye algo así como la «religión invisible». que se contraponen a la teología y debe formar parte de una nueva disciplina comprensiva: laciencia de las religiones.Pragmatism: A New Name for Old Ways of Thinking (1897) y Essaysof radiocal Empiricism (1912). sin descuidar. que analizacientíficamente. La religión personal. a través de la psicologíareligiosa. La voluntad de creer transfiere el valor de verdad a la funcionalidad. piensa James. susceptible asimismo del análisis científico.antimaterialies. es su concepto antiposivista. al uso y a la acción en una pragmática conexión orgánica de pensamiento y conducta.

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->