Influencia del Cristianismo en la Cultura La religión cristiana ha venido a salvar al hombre.

Al influir sobre el hombre, influye sobre lo que éste produce, que es la cultura. Resulta difícil resumir el influjo del Cristianismo en la cultura. La cultura occidental puede decirse que es el resultado de la cultura grecorromana y del Cristianismo. El Cristianismo utilizó todo lo positivo que encontró en la cultura del mundo grecorromano. No tuvo ningún inconveniente en hacerlo, porque los escritores cristianos de los primeros siglos consideraban que el alto nivel cultural alcanzado por Grecia y Roma era fruto de la Providencia divina, ya que Dios habla querido preparar así la llegada de Jesucristo. En efecto, la filosofía y arte griegos, el derecho y administración romanos, entre otras cosas, serán incorporados en gran medida, a la vida de la Iglesia. Pero la religión cristiana eliminará todo lo que en esas culturas había de imperfecto y, además, proyectará a alturas que griegos y romanos no habían ni siquiera vislumbrado, esas mismas culturas. La Iglesia purifícó de elementos inhumanos e inmorales algunas de las costumbres e instituciones de aquel mundo. Entre las cosas que pueden señalarse como aportaciones culturales propias del Cristianismo, señalamos las siguientes: a) La dignidad de la persona humana, con todo lo que esto comporta. El Cristianismo será el principal luchador contra la esclavitud, al proclamar la igualdad de todos los hombres como hijos de Dios, creados a su imagen y semejanza y redimidos por Jesucristo. También el reconocimiento de esa dignidad trae consigo la condena del homicidio, del suicido, de la tortura, de la mutilación, etc. Para el cristiano los demás son el prójimo, son hermanos. b) La defensa de la familia, como consecuencia de elevar el matrimonio, institución natural, a la categoría de sacramento, es decir, uno de los cauces concretos de la vida sobrenatural de la gracia. Este nuevo valor dado al matrimonio incluye un concepto nuevo de la mujer, que en los pensadores griegos era un ser de segunda categoría. c) El valor de la libertad, que deriva de la dignidad de la persona. d) La ordenación de la sociedad a Dios, que repercute en la valoración de la justicia.

Riaip. Con las riquezas de lo alto fecunda como desde sus entrañas las cualidades espirituales y las tradiciones de cada pueblo y de cada edad. que gracias a la labor de copistas de los monjes medievales. 58). Dinámica de la Historia universal.(GS. etcétera. la música. que hará a los cristianos los campeones de la beneficencia y de las obras en favor de los necesitadas. etc. la literatura. como ejemplo. Dawson.e) La primacía de la caridad. Y cuando la destrucción. Baste con recordar. . promoviendo la agricultura. (Cf. por los llamados pueblos bárbaros. la ganadería y una pequeña industria. conservamos la mayoría de los tesoros literarios y científicos de la Antigüedad. liberó a los hombres de las tremendas esclavitudes de la magia. perfecciona y restaura en Cristo. San Benito y sus monjes devolverán a Europa la confianza. f) La doctrina verdadera sobre Dios. la superstición. las consolida. C. combate y elimina los errores y males que provienen de la seducción permanente del pecado. etc. del Imperio Romano de Occidente produce una generalizada desmoralización en las regiones romanizadas. el más-allá. el Cristianismo ha promovido el arte. 1961). Aparte estos valores humanos.. Purifica y eleva incesamente la moral de los pueblos. La Buena Nueva de Cristo renueva constantemente la vida y la cultura del hombre caído.