Mucho ojo: La ‘Urraca’, ¿no?

Por: Fernando Vivas Sábado 16 de Junio del 2012 Respondo una pregunta recurrente de la semana que pasó. ¿Quién tiene la razón, Magaly o Álamo Pérez Luna? Respuesta: la “Urraca”, ¿no? Álamo empezó, agresivo, a “tuitear” contra ella mientras entrevistaba a Carlos Lozano, el jurado estrella de “Operación triunfo”. Invocó una exclusividad desproporcionada que dudo mucho esté en algún documento de ATV: que un programa no debe entrevistar a competidores de otro programa del mismo canal (“OT “ compite con “Vidas extremas” de Álamo). Tras la primera tosca pero comprensible respuesta de Magaly rechazando la cortapisa, el otro siguió con la cantaleta. El tema es deleznable y se puede zanjar con una simple aclaración de ATV que diga que no existe la limitación enarbolada por Álamo para un programa de espectáculo donde la entrevista a Lozano era pertinente, pero el trasfondo que

me molesta es otro: la existencia de egos inflamables con afán deliberado de armar broncas e intrigas. En este caso, un ego belicoso que pretende distorsionar la competencia televisiva haciéndonos creer que es natural y legítimo en TV que un canal obligue a un programa diario a no tocar temas ni abordar personajes relacionados a la programación sabatina. Pérez Luna pretende que los televidentes asumamos como justos y necesarios estos límites a la libertad de expresión de cada programa, o sea, que hagamos nuestro un pasivo televisivo de mañas y celos inmaduros. ¡Quiere que nos solidaricemos con él en una campaña contra nuestros intereses! Este señor perdió la noción de la sana competencia desde que consiguió su “entrevista exclusiva” con Fujimori y Montesinos. Bien haría ATV en poner coto a este farandulero periodismo de periodistas (al que Magaly ya cedió con respuestas desorbitadas) que desplazan el protagonismo de los dimes y diretes entre vedettes y figurettis. Si el canal alienta esto creyendo que la bronca puede aumentar su promedio general de ráting, le va a pasar lo mismo que a Canal 2 durante la gestión de Javier Urrutia: las peleas internas se le

fueron de las manos, hubo renuncias y despidos intempestivos, y la credibilidad del canal sufrió una crisis. El 2 se ha recuperado de ella fomentando una relación más armónica entre sus estrellas pero eso no incluye, ¡vamos!, que Beto Ortiz no pueda entrevistar a un actor de “Al fondo hay sitio” porque se pica “Yo soy”, o que Nicolás Lúcar no pueda hablar de Gisela porque si no “El especial del humor” le declara la guerra. Si estas situaciones no se dan, es también por políticas de exclusividad de las empresas, ¡pero no por que lo pidan los periodistas! Pérez Luna nos quiere vender una mezquina idea de televisión.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful