You are on page 1of 3

Causas que generaron la nacionalización de YPF Gobierno argentino acusa a YPF de no haber hecho suficientes inversiones Argentina acusó

a la petrolera YPF, controlada por la española Repsol, de no haber hecho inversiones suficientes en exploración y producción de combustibles y advirtió a ésta y al resto de las empresas que hará cumplir la legislación para alcanzar la "plena producción en los yacimientos". El ministro de Planificación de argentina, Julio De Vido, dijo en un comunicado que "a pesar de que YPF tiene el 60 % del mercado de combustibles, no hizo las inversiones para ampliar sus refinerías en los tiempos que requiere el crecimiento sostenido de la demanda en el país". Tras una semana de rumores sobre una posible nacionalización de YPF nunca confirmados ni desmentidos por el Gobierno, De Vido afirmó que muchas empresas han sumado reservas, "pero lamentablemente no pudo revertirse la caída general porque la principal petrolera de nuestro país, YPF, no realizó inversiones en exploración". El ministro dijo que la petrolera, en la que Repsol tiene el 57,43% de las acciones, tampoco puso en marcha los yacimientos de "shale oil" (petróleo no convencional) que ha descubierto y "ni siquiera presentó esquema creíble y sustentable para su puesta en valor". De Vido indico que "estos yacimientos de petróleo no convencional fueron descubiertos a partir de los beneficios" de un programa de incentivos a las petroleras que el Gobierno resolvió dar de baja este viernes para ciertas empresas -incluyendo a YPF-, "pero hasta ahora esos beneficios sólo sirvieron para activar balances, porque YPF no los puso todavía en producción". Según el ministro, en el área del gas, esos incentivos permitieron sumar 10 millones de metros cúbicos por día, "pero ese volumen no fue suficiente para contrarrestar la caída de YPF, que en el último año cayó casi un 9 %, arrastrando el promedio de todo el país y obligándonos a importar combustibles para reemplazar el gas local, requiriendo mayores subsidios del Estado nacional". La cancelación de incentivos, por unos 2.000 millones de pesos anuales (459,7 millones de dólares), afecta, además de YPF, a Panamerican Energy, de capitales argentinos y chinos, a la brasileña Petrobras, a la estadounidense Esso y la china Sinopec, entre otras. De Vido argumentó que la suspensión de los incentivos "tiene que ver con el cambio en las condiciones de mercado y el precio local del barril, que torna innecesario darles ese beneficio a las grandes petroleras, que además, en algunos casos como YPF, no le dieron el impulso que podrían haberle dado". El ministro advirtió que exigirá a las empresas del sector" el cumplimiento de la Ley de Hidrocarburos" y la "plena producción de gas y petróleo, estableciendo pautas de operación". YPF, cuya áreas ejecutivas están bajo la gestión del grupo argentino Petersen (dueño del 25,46 % de la petrolera), registro en los primeros nueve meses del 2011 una ganancia neta de 4.506 millones de pesos (1.036 millones de dólares), un 1,61 % menos que en el mismo período de 2010. Con activos por valor de 52.861 millones de pesos (12.152 millones de dólares) y un patrimonio neto que al 30 de septiembre último ascendía a 20.763 millones de pesos (4.773 millones de dólares), YPF es la mayor productora de hidrocarburos de Argentina. El Estado argentino es titular del 0,02% de las acciones de YPF, pero tiene derecho a participar de las decisiones del consejo de dirección y poder de veto desde la privatización de la compañía, en 1999. El restante 17,09% de las acciones se cotiza en las bolsas de Buenos Aires y Nueva York. EFE

1

6% que no coincide. Gerardo Morales. si es bueno o malo que lo haga este Gobierno. ni se soluciona la crisis energética. senador radical. y los aliados de Proyecto Sur. el 50. a pesar de que los 2 . entendiéndola como la recuperación de un baluarte histórico. que prácticamente iguala la arremetida de Axel Kicillof y Julio De Vido contra la empresa española. disociándola del contexto? No sólo se está discutiendo sobre si expropiar Repsol es bueno o malo. la oposición aparentemente no está dispuesta a cargar con el peso político de contrariar medidas esmaltadas de demagogia. sino. apoyan la medida de expropiación de las acciones de Repsol. ¿Cuál es el rol de la oposición.2% que no sabe. Por este motivo. producida en varios años de gestión del mismísimo De Vido. Lamentablemente. y un 15. frente a un 34. o se trata sólo de un caso excepcional. Para la mayoría de los argentinos. ¿La población argentina tiene un fuerte pensamiento estatista? Quizás no haya que aventurarse tanto. que lidera Hermes Binner. el capitalismo de amigos –variable mucho más salvaje y denominador común tanto de las privatizaciones menemistas como de las nacionalizaciones kirchernistas– no es temido socialmente hasta que alcanza niveles de deterioro irremediables. Según Managment & Fit. como el energético. dado por la importancia sentimental que siempre tuvo la bandera de YPF? ¿Modus estatizanti o mera licencia nacionalista? Reflexionemos sobre la postura estatista o no de la sociedad. cuando por un lado critican la gestión del Ejecutivo –corroída d e corrupción y arbitraria en lo que respecta al manejo de los fondos públicos– y por el otro operan como levantamanos puntuales de toda medida que éste proponga en pos de engordar las arcas oficiales? Con salvedad de Macri. la nacionalización de YPF ha sido acertada. la oposición y el Gobierno. como el Frente Amplio Progresista. la sociedad entiende que la nacionalización es el remedio más conservador y seguro. con la que propinaron José de San Martín y Justo Germán Bermúdez a las tropas realistas en San Lorenzo. De mucho ha servido para esto el packaging con el que inteligentemente el Gobierno ha revestido la medida. ante las fluctuaciones del mercado y las intenciones supuestamente vampirescas de los empresarios. Además. fundamentalmente. dijo que el partido votará “en general” a favor de la expropiación.¿Convencimiento estatista o reivindicación patriótica? La sociedad argentina se ha expresado mayoritariamente a favor de la confiscación – disfrazada de expropiación legal– del 51% de las acciones de YPF. La misma encuesta muestra que más de la mitad de la población considera que la nueva YPF debe ser una empresa mixta. Tanto el sector de la UCR. Cabe preguntarse ¿se puede votar una medida por considerarse buena en “términos generales”. de Fernando Solanas. que de este modo no se recupera la pretendida soberanía energética (la empresa sólo representa un tercio del mercado petrolero y un cuarto del mercado del gas). Puede concluirse sin embargo.2% de la población nacional está de acuerdo con la medida. por lo que cabe preguntarse: ¿bulle en las venas abiertas de Argentina el deseo de consolidar un modelo estatista a la venezolana. que en temas neurálgicos. lo cual no deja de ser llamativo. La sociedad ha aplaudido con fervor la cruzada contra Repsol. El estado de la Oposición muestra poca oposición al Estado. o meramente se desdeña. máxime si éstos son extranjeros. Se desconoce. con participación privada. casi el 40% de las personas creen que el principal responsable de la crisis de Repsol-YPF es el Estado Nacional.

Un kirchnerista puro tiene como primer mandamiento sostener que la única verdad es la que la que se les diga que es.referentes de diversos partidos lanzan filípicas contra los manejos oscuros y dictatoriales del dinero público y la ineficiencia de las empresas estatales. Si luego de la expropiación a YPF (¿Yacimientos Petrolíferos Fernández?) se viene una mayor escalada estatista es algo que no se puede saber. sino el pragmatismo de quien quiere acrecentar indefinidamente el caudal de poder. que las expresadas por Cristina: “ Vamos por todo”. No importa si se contradicen con argumentos expresados hace cinco minutos. no por esto dejan de apoyar nacionalización tras nacionalización. Porque Él siempre soñó en recuperar YPF para el país”. No lo mueve un férreo destino ideológico. es un modelo de recuperación de la soberanía y el control”. ningunas palabras describen más la filosofía de este Gobierno. 3 . Está claro que privatizar o estatizar son herramientas que el kirchnerismo va a usar a su antojo. La Presidenta ha dicho que “no es un modelo de estatización. para ellos por entonces “el mejor presidente de la historia”. Nos dice Cristina hoy: “Lo único que lamento es que Él no pueda…yo creo que desde algún lugar lo está viendo…pero me gustaría que me estuviera mirando ahora. y que ellos mismos aplaudieron con ahínco –hace muy pocos meses– a Repsol-YPF. Nadie ignora que los Kirchner estaban rabiosamente a favor de la privatización de YPF. efectuada por Carlos Menem. Diez años después. Nadie en el Gobierno ignora que Néstor y Cristina obligaron a Repsol a venderles a sus amigos Eskenazi una parte importante de la empresa con el dinero de la propia empresa. y que “seguimos conservando el modo de sociedad anónima y de empresa privada”. los Kirchner embolsaron 500 millones de dólares –que nunca reaparecieron– de su provincia petrolera. obliga a seguir la senda opuesta. la necesidad. pero no les importa. El Gobierno: privatista o estatista según corresponda. Hoy las necesidades son otras. según las necesidades. que tiene cara de hereje. En 1992. Gracias a la privatización. por lo que los argumentos y los enemigos también difieren. La realidad es un lujo burgués al que de manera molesta quieren acceder los acólitos de Clarín o La Nación. Los kirchneristas saben de esto. En este sentido. la legisladora Cristina Fernández decía “En lo económico (la privatización de YPF) posibilita la mejora de nuestras cuentas y en lo institucional nos torna creíbles y respetables (…) Pido que se posibilite el tratamiento y la sanción del proyecto”. Ejemplos de esto son las posibilitadas estatizaciones de las AFJP y Aerolíneas Argentinas.