Consulta Popular 2011 en Ecuador

:
Análisis comparativo de spots.

AUTORA: Lcda. Janeth Paola Cabezas Castillo

Elaboración y Análisis del Discurso
DOCENTES: Mariano Lapuente Martín Astigueta
0

Maestría en Marketing Político Buenos Aires 2012

1. Introducción. Ecuador escribió en su historia electoral otro proceso de enmienda Constitucional1, para lo cual el Gobierno de Rafael Correa planteó un referendo y consulta popular con diez preguntas; entre las más controversiales, esta la que consulta a los mandantes sobre la aprobación de una nueva Ley de Comunicación y en ella se formula la creación de un Consejo de Regulación de los Medios de Comunicación2. Esto sin duda, provocó otro episodio de confrontación mediática entre actores políticos, medios de comunicación y sociedad civil, quienes desde sus condiciones aprueban o se oponen a dicha reforma, que para ellos vulnera la libertad de expresión y los tratados internacionales. En el proceso de socialización del marco constitucional, tanto el gobierno como los partidos y movimientos políticos, emprendieron una campaña mediática de concienciación, ejerciendo una suerte de democracia audiovisual3, esto a través de spots publicitarios, argumentando ante la opinión pública por qué apoyar o no dicha ley y sus reformas.
1

En este trabajo realizamos un análisis comparativo de dos spots audiovisuales que se transmitieron en televisión nacional. La tarea apunta al análisis de los componentes discursivos4 en ambas piezas, la identificación del enunciador y enunciatario5, así como un estudio general de las características de la formación discursiva, tomando en cuenta tres niveles de observación: rasgos teóricos, temáticos y enunciativos; en otras palabras, nos referimos a las áreas de producción de sentido6, para finalmente concluir a quién se dirige la enunciación7 o contenido de los

1

Para mayor información sobre las preguntas de la Consulta y las enmiendas constitucionales visitar www.ciudadaniainformada.com/preguntas-para-consulta-popular-2011.html 2 La Ley de Comunicación no ha logrado pasar al segundo debate por la presión que ejercen tanto los medios de comunicación como la bancada de oposición, por lo cual el oficialismo decidió que sean los mandantes que legitimen la nueva ley. 3 Verón, Eliseo: El cuerpo de las imágenes. Buenos Aires, Norma, 2001 pág. 42 4 Verón, Eliseo: Fragmentos de un tejido. Barcelona, Gedisa, 2004 pág. 173 5 Verón, Eliseo: “La palabra adversativa. Observaciones sobre la enunciación política”. En El discurso político. Lenguajes y acontecimientos, Buenos Aires, Hachette, 1987. (pág. 11-26) 6 Verón, Eliseo: Fragmentos de un tejido. Barcelona, Gedisa, 2004 pág. 171 7 Verón, Eliseo: Fragmentos de un tejido. Barcelona, Gedisa, 2004 pág. 171-178

corpus desde un marco interpretativo, que en este caso conceptualiza el discurso para los prodestinatarios, contradestinatarios y paradestinatarios8.

2. Descripción del Contexto para mayor entendimiento del caso. Desde la asunción de Rafael Correa como Presidente Constitucional del Ecuador en 2006, los enfrentamientos del primer mandatario con los medios de comunicación privados han copado la agenda pública y política del país. La Constitución de Montecristi aprobada en 2008 ordena a la Asamblea Legislativa promover una Ley de Comunicación que se ajuste a los nuevos patrones constitucionales, permitiéndole al ejecutivo marcar una hoja de ruta, tomando partido de la crisis de credibilidad9 que enfrentan los medios, para así desmitificar su labor frente a la opinión pública,

haciéndolos responsables de incidir negativamente en la democracia, catalogándolos como actores políticos10. Los medios constituyen, por lo tanto, un elemento insoslayable para estudiar los procesos de construcción
2

de sentidos de lo político en sociedades mediatizadas.11Los representantes de la oposición tomaron ventaja de esta guerra mediática entre gobierno y medios de comunicación para profundizar sus discursos sobre los “atentados sistemáticos a la libertad de expresión”. Esto motivó que el ejecutivo promoviera una Consulta Popular en mayo de 2011 como una forma de presión al legislativo para que se discuta y apruebe la nueva ley de comunicación, legitimando esta acción a través del voto popular. La ley aun se encuentra siendo analizada y se aprobará artículo por artículo antes de las elecciones presidenciales de 2013.

8

Verón, Eliseo: “La palabra adversativa. Observaciones sobre la enunciación política”. En El discurso político. Lenguajes y acontecimientos, Buenos Aires, Hachette, 1987. (pág. 11-26) 9 Verón, Eliseo: “Televisión y Política: Historia de la Televisión y campañas Presidenciales Disponible en http://www.catedras.fsoc.uba.ar/delcoto/biblioteca.php#traducciones 10 Refuerza este enunciado FREINDENBERG, Flavia – “Los medios de comunicación de masas: ¿también son actores? www.usal.es/~dpublico/areacp/materiales/Mediosdecomunicación.pdf 11 Verón, Eliseo: El cuerpo de las imágenes. Buenos Aires, Norma, 2001 pág. 42

3. Análisis del discurso de los corpus elegidos: “Consulta Popular en Ecuador por un Consejo de Regulación para la Prensa” y “No lindo gatito, esta vez no” a) Componentes Discursivos: descripción de imágenes y función comunicativa. Se escogió elementos discursivos audiovisuales. Al tratarse de un análisis comparativo, cada corpus tiene su origen discursivo. Consulta Popular en Ecuador por un Consejo de Regulación para la Prensa es una pieza audiovisual de 22” producida por el gobierno. “No lindo gatito, esta vez no” proviene de la Coordinadora Plurinacional, la misma que aglutina a varios partidos y movimientos de izquierda. Tiene una duración de 30” y ambas fueron autorizadas por el CNE (Consejo Nacional Electoral) para ser difundidas entre el un lapso de 15 días, antes del 7 de mayo, fecha designada para la consulta popular.
3

Para conceptualizar los discursos, nos remitimos a la descripción de P. Charaudeau12 sobre discurso y poder, donde pormenoriza el discurso político que se relaciona con la acción “actuar sobre el otro”. Textualmente: “(…) se refiere a un proyecto intencional que apunta a influir en el saber o el comportamiento del otro”. Existe una relación implícita en los discursos que analizamos con el discurso político fragmentado que desarrolla el autor, en donde distingue tres finalidades: la primera, agrupar a los miembros de una comunidad a través de lo ideológico; la segunda, influir en las opiniones de los unos y de los otros (discurso de seducción y persuasión), también definido como el discurso de la retórica y la influencia, empeñado en construir imágenes y efectos, más no ideas; y la tercera finalidad, se sitúa al margen del ámbito de la acción política.

12

Charaudeau, Patrick: “¿Para que sirve analizar el discurso político?” en DeSignis N°2, disponible en http://copu.uprrp.edu/designis/designis2.pdf

Componentes de los corpus Los corpus elegidos combinan los componentes descriptivos y prescriptivos, además la imagen en movimiento como elemento central del estilo cinematográfico que se aplica en la publicidad política.

Consulta Popular en Ecuador por un Consejo de Regulación para la Prensa: Análisis descriptivo y objetivo del primer corpus. El discurso se centra en una madre y su hijo que se ven involucrados en la publicación de un diario que los vincula en un suceso erróneo que distorsiona la realidad de los hechos. El escenario es el comedor de la casa, en el momento del desayuno. Las tomas relevantes son las del diario que cobra vida atacando a la mujer con una lluvia de letras.
4

Este discurso se conforma a partir de varios componentes encontrados en el texto utilizados reiteradamente por el gobierno en todas las piezas publicitarias emitidas para este propósito (idiolecto): primero, la imagen de una madre que dentro de su hogar busca informarse a través del diario, que en vez de informarla, es agredida y vejada en nombre de la libertad de expresión. Aquí se genera una inflexión donde sobresale simbólicamente y a nivel visual el diario; el titular en primer plano y la fotografía de los implicados, que en el discurso toma vida posicionándose como una figura retórica hipérbole que a través de recursos visuales se magnifica, en este caso, intimida y acorrala desde el poder en la lectura de una misma lexía (o misma imagen). La utilización del miedo y el ataque intenta movilizar principalmente la interpretación por parte del televidente en torno al imaginario de indefensión ya que posee una connotación injuriosa: es el discurso que ha posicionado el gobierno para generar en la opinión pública una suerte de necesidad de una ley para evitar este tipo de actos que son recurrentes desde la prensa escrita. La ráfaga de letras en el rostro de la mujer acentúa el ataque y la indefensión en la que se encuentra la

mujer ante el poder que ejerce la prensa. “Libertad de expresión no significa libertad de distorsión. VOTA SI” Se plantea un quiebre alineado para convencer que el gobierno garantiza el derecho a la libertad de expresión desde la ley. Coloca a la libertad como un derecho de todos, instalando a través de lo que producen los diarios ese componente antagónico que vulnera el derecho de libertad y lo distorsiona. Y concluyendo que el discurso fue persuasivo, apelan a la invitación de sumarse a esa propuesta en las urnas a favor del SI.

No lindo gatito, esta vez no: Análisis descriptivo y objetivo del segundo corpus. En este discurso, los protagonistas son un gato y un pájaro. Se recrean a los personajes animados de Looney Tunes: Piolin y Silvestre. Si rememoramos la serie animada, Piolin personifica al bueno e indefenso
5

canario que a pesar de todos los intentos del gato Silvestre, - el personaje antagónico de la serie – por atraparlo y devorarlo, siempre encuentra una salida para sobrevivir a su hostil verdugo. Tratándose de comics, todo el escenario se caricaturiza, sin desvincular el contenido político implícito que en este caso tiene el texto: un gato verde y un pájaro rojo. Aparecen nuevamente los componentes descriptivo y prescriptivo13. En este texto, el gato verde personifica al presidente de la república: el verde por los colores que identifican a su partido y el gato, más allá de representar al malo de la historia animada, tiene una asociación con un aspecto físico del presidente14. En intertextualidad del discurso se destacan textos como: “Acá todo es justo y seguro, no lo pienses. Confía en mí ñaño.” como que desde el gobierno se “vende” una falsa seguridad, camuflada en
13

Verón, Eliseo: “La palabra adversativa. Observaciones sobre la enunciación política”. En El discurso político. Lenguajes y acontecimientos, Buenos Aires, Hachette, 1987. (pág. 11-26) 14 En Ecuador a las personas que poseen ojos claros, en el argot popular se los identifica como gatos. En este caso, el presidente tiene los ojos claros y entra dentro de la denominación popular del apelativo “gato”

las malas intensiones del gato, en este caso, del presidente. Dubitativo, el pájaro deja ver en el texto que representa al ciudadano, al votante que no se esconde y que desconfía de las intensiones del enunciatario; así reflejan los textos: “Soy ciudadano lindo gatito. No me haces nada?”. La imagen que genera el quiebre y definición del discurso, es una lexía que se muestra con un efecto de retrospección que trae a la realidad al pájaro o ciudadano, - en esta se representa la acción constante de la serie animada, donde el gato se intenta comer al canario, en el discurso quedaría implícita una forma de traición - sobre acciones pasadas que no permiten confiar en el enunciatario. El cambio del amarillo al rojo del canario, tiene un fuerte componente icónico, es el color que representa a la izquierda que despierta y que no le cree más a Rafael Correa. El texto final es coherente con el componente ideológico del corpus: “No lindo gatito, esta vez NO!” El enunciador deja implícito el discurso de desaprobación a la ley, de vota no en el referendo. Es esta vez no, pone en evidencia que ya estuvieron juntos políticamente, lo que reconfirma la desconfianza por eso reafirman un NO.
6

Queda sobre expuestos los niveles de sarcasmo e ironía en el discurso.

b) Perfiles del enunciador y el destinatario. El enunciador está perfectamente identificado en ambos discursos: el enunciador no es más que el sujeto político que a través de textos construye un relato en el cual argumenta las razones fundamentales de sus ideas. La vía para lograrlo es conmover y convencer. Pero más ella de lograr lo propuesto, el discurso político muestra un campo discursivo que implica “enfrentamiento”. Cuando hablamos de enfrentamiento, nos referimos a regla, técnicas y tácticas empleadas en la propaganda y marketing político. Las piezas publicitarias cumplieron con los principios de: simplificación, transposición, orquestación y unanimidad.15

15

DOMENACH, Jean - Marie – “La propaganda Política”. EUDEBA. Buenos Aires, 1976.

Ahora bien, nos toca considerar a los destinatarios receptores de los discursos. Dentro de los destinatarios positivos16 el enunciador o sujeto político llegó en primera instancia a los partidarios o prodestinatarios. En ambos casos, apelaban a sostener a la militancia sin cruzar la línea de inmersión hacia los destinatarios negativos. Lo que si fue evidente en ambos corpus, es la búsqueda incesante de seducción a los indecisos o paradestinatarios, que en elecciones tan complejas y reñidas, son los que definen una contienda electoral. El análisis de estos elementos permite afirmar que el destinatario que se construye se acerca a un elector de clase media – baja, amada de casa, jóvenes e instruido, pero la facilidad de interpretación de los discursos, también es posible llegar a los menos instruidos, sobre todo cuando se utiliza en el texto la caricatura como enganche, por su vistosidad, posicionándose en la agenda mediática. A partir de estas dos

competencias, el elector se encuentra en condiciones de interpretar y
7

actualizar sentidos sobre el tema. Como señala Eco, la narrativa en su conjunto exige movimientos cooperativos y activos por parte del elector. Además, los destinatarios (prodestinatarios e indecisos) que

consumen estos textos tienen la capacidad de percibir, impotencia, por otro;

por un lado la

el sarcasmo, la sátira y el humor político

sucesivamente implícito en los dos corpus, materia de nuestro análisis. Establecido ya el destinatario, también el sujeto enunciador a partir del análisis de las marcas de enunciación (dejadas como huellas por el sujeto enunciador en los enunciados), se analiza el perfil del enunciador. Las marcas concretas que se observaron son las huellas sociales y los valores ideológicos. En la construcción del discurso sobre el tema el enunciador hace notar la polarización social como uno de los efectos del enfrentamiento entre el gobierno nacional, los medios de comunicación y los partidos y movimientos políticos. El conflicto involucra a todos, y no tanto a un sector en particular. El enunciador hace usos de herramientas de propaganda
16

A esos le siguen los negativos y por último los indecisos

política y marketing político, en una suerte de persuasión a los prodestinatarios y paradestinatarios, que en cierto modo fueron los que determinaron el futuro de la consulta popular. En la formación discursiva es posible identificar conceptos y temas predominantes. En cuanto a los primeros, se han identificado las condiciones de uso de los cuatro conceptos principales que aparecen con mayor fuerza en la construcción del discurso: la guerra mediática y disputa ideológica se emplean para señalar que la batalla entre los dos actores que protagonizan el conflicto se disputa en el ámbito de los medios y en las relaciones de poder que éstos ponen a funcionar y que se legitima en las urnas, siendo ese el “premio” si así se lo podría llamar; ganar las elecciones y ganar nuevos adeptos.

4. Conclusión. Si bien la Consulta Popular de 2011 se definió a favor del gobierno,
8

finalmente la batalla entre los actores involucrados en el discurso político ha generado una profunda división. Como manifestamos desde el comienzo, el enunciador se impuso en todo momento y logro que su discurso calara efectivamente en los prodestinatarios e indecisos, pero dejo un limbo en los medios de comunicación, porque siente que son los electores a quienes irónicamente ellos sirven, los que decidan su futuro en la consecución de una ley que tarde o temprano se tendrá que aprobar.

5. Bibliografía. Charaudeau, Patrick: “¿Para que sirve analizar el discurso político?” en DeSignis N°2, disponible en http://copu.uprrp.edu/designis/designis2.pdf DOMENACH, Jean - Marie – “La propaganda Política”. EUDEBA. Buenos Aires, 1976. FREINDENBERG, Flavia – “Los medios de comunicación de masas: ¿también son actores?

www.usal.es/~dpublico/areacp/materiales/Mediosdecomunicación.pdf

Verón, Eliseo: El cuerpo de las imágenes. Buenos Aires, Norma, 2001 pág.42

Verón, Eliseo: Fragmentos de un tejido. Barcelona, Gedisa, 2004 pág. 173
9

Verón,

Eliseo:

“La

palabra

adversativa.

Observaciones

sobre

la

enunciación política”. En El discurso político. Lenguajes y acontecimientos, Buenos Aires, Hachette, 1987. (pág. 11-26) Verón, Eliseo: “Televisión y Política: Historia de la Televisión y campañas Presidenciales Disponible en

http://www.catedras.fsoc.uba.ar/delcoto/biblioteca.php#traducciones

Sitio W e b Cospus No 1 http://www.youtube.com/watch?v=JPEAj9BveBA Cospus No 2 http://www.youtube.com/watch?v=TTrKV-gzJYc

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful