You are on page 1of 9

Alzando nuestros brazos hacia el cielo como símbolo de libertad A lo largo de nuestro desarrollo (personal); en lo social, se nos van

impartiendo pautas respecto a lo “correcto” y lo “incorrecto” en relación a la configuración de los espacios y nuestro desempeño en ellos. Nuestro rol difiere de los otros en cuanto al “papel” que representamos, es así como se irán configurando círculos representativos en cada uno de ellos, dentro de estos círculos sociales es más fuerte la estandarización, desempeño y la representatividad de sus funciones de acuerdo a su género. Históricamente si bien se conoce las divisiones oscilantes, existía una división dentro de cada uno de estos escalones sociales; ya que no importaba al final si fungías dentro de la nobleza o la plebe, de un mayor o menor estatus económico porque dentro de ello la mujer aun contaba con una destajo adicional en esta división excluyente de funciones. No tomamos en cuenta la educación ni la participación política dado que la mujer en este ámbito
1

no se desarrolla a lo largo de la historia, sino que más bien su participación en este es más una pugna a favor de ejercer sus derechos cívicos.1 Este término (genero) no solo encierra a la mujer como “sexo oprimido”, sino como eje de una reconsideración crítica, una redefinición y ampliación de las nociones tradicionales del significado histórico de su rol y desempeño. Es analizar toda la experiencia subjetiva de sus actividades públicas y privadas a través de la historia.2 (Scott, 1990) Resalta también los aspectos relacionales de las definiciones normativas de la feminidad. Pero como el estudio de uno refiere al otro (hombre). Este pasa a ser una forma de denotar las "construcciones culturales", la creación totalmente social de ideas sobre los roles apropiados para mujeres y hombres.

1

La mujer peruana sufragó por primera vez en 1956. Scott, J. W. (1990). Scott, J. W. (1990). El genero: una categoria util para el analisis historico. En

2

J. W. Scott, El genero: una categoria util para el analisis historico (págs. 265-302). .: Edicions Alfons el Magnanim.

en el ágora. Un estudio sociologico N. En Elias. separándose así de conductas retrógradas. (1987). su diversidad manifiesta una fragmentación social (de la que hablaremos en líneas posteriores). reír. cafés y clubes fueron los lugares en que los burgueses desfilaron. N. necesidades naturales. su presencia y participación también. Uno de los espacios en los que la conducta era observada con mayor detalle era “la conducta en la mesa”. Elias. Pero este concepto se fue desarrollando y redefiniendo a través de la historia. En N. Así las 2 ofensas en la vida social se consideraban de baja estirpe y como una conducta indecorosa.) entre otras situaciones que se presentaban en el ámbito público para gracia de los coetáneos. el equilibrio social entre los sexos “desigualdad armoniosa”4 3 Elias. sin abandonar las plazas (que ya no eran las mismas).” La noción de lo público y lo privado creció con las ciudades. es así que. La civilizacion como transformacion especifica del ocmportamiento humano. La civilizacion de los padres y otros . El iluminismo. Madrid: Fondo de Cultura Economica. Este proceso no necesariamente sigue un orden lineal de progreso. Es así que la civilización (sociedad) entra en un proceso de adaptación en el que los roles toman funciones características en las que el género juega un papel importante. Pero es el actuar de las personas (hombres y mujeres) que la sociedad con el tiempo fue pauteando como “correcto e incorrecto”3 dentro de las conductas aceptables socialmente (como comer. Más que costumbres durante las diversas etapas de la historia se fueron constituyendo hábitos sociales. Si esta construcción ha ido modificando formas. vestir. vomitar. . etc. donde los ciudadanos debatían los asuntos comunes. situó lo público en otros escenarios urbanos: salones. en la Grecia clásica lo público ocurría en la plaza. andar. El proceso de la civilizacion (págs. 99-353). N."género" fue un término propuesto por quienes afirmaban que el saber de las mujeres transformaría fundamentalmente los paradigmas de la disciplina. Elias. Es la estructura social la que exige y fomenta pautas un dominio de las emociones. las aportaciones femeninas. El cambiante equilibrio de poder entre los sexos. donde se pensaba que había partes de ellas identificables como públicas y otras como privadas. 4 procesual: el ejemplo de antiguo Estado romano. (1998).

es ya ahí donde se dan los destellos de una voz que busca hacerse escuchar más allá. M. Dentro de la vida marital habían conseguido una plena igualdad con sus esposos. El proceso de la civilizacion (págs.codificado por la sociedad en el que se justifica la posición sumisa de mujer como “necesario” para la obtención del ideal requerido y de su desempeño en la obtención del mismo. Elias. en la apreciación social de un tipo idealizado de rol femenino. Santa Fe de Bogota: Editorial Norma. Mujeres para la familia. pero todo el peso de dicha construcción social recae sobre la mujer quien se convierte en pilar social mediante su labor familiar 5. “Por mucho tiempo. (1987). mas allá de la configuración de espacios públicos y privados se forma y fomenta. 3 pero la cima de ellos en el ámbito económico es la nula posesión de propiedades de parte de ella (por qué no se le considera capaz de la administración de ello. . 201-239). hasta antes de siglo XIX en muchos países europeos las mujeres casadas no tuvieron derecho a tener propiedades”6 Pero en el caso de Roma ello era diferente: “el hecho de que tuvieran medios independientes de ingreso propio. Universitarios. 5 Peruga. Sin embargo. B. desempeño un papel importante en su autonomía personal. . Es ahí donde se instala una doble moral. He aquí la importancia de las categorías de género. En N. social y marital. ensayos (págs. La civilizacion como transformacion especifica del ocmportamiento 259-203). N. para la mujer es bastante limitado incluso en la Ilustración donde se enfoca su rol a la vanguardia y custodia de la armonía familiar. 99-353). El desempeño en espacios públicos. En M. Mujeres e Ilustracion (págs. La armonía consiste en ello. por lo que pasa al buen resguardo de su esposo) o porque simplemente se le consideraba una propiedad mas de él. Madrid: Fondo de Cultura Economica. El rol y función de la mujer durante mucho tiempo fue ser la figura de tras de su esposo. B. Elias.: Estudios 6 humano. Peruga. (1998).

7 7 Notas tomadas en clase el cuatro de abril del presente año. . La educación era otro espacio en el que el desempeño masculino tenía un papel preponderante. no debería generar una ganancia propia dado que le representaría una independencia temida por el poder masculino y porque recién el siglo anterior a este la mujer rompe con este yugo liberando su conciencia. Cuando el estado no estaba institucionalizado no podía regularizar la unión matrimonial.El trabajo era un tema casi aparte este no era considerado al mismo grado que el del hombre. así la mujer mantiene su lugar de origen porque el matrimonio es pasajero. En la exposición de la lectura 3. no existía una legitimación del matrimonio y una disolución del matrimonio no dependía de ellas. A través de la historia el hombre debe preparase para los distintos acontecimientos y la envergadura de ellos que le exigirán conocimiento científico. una sumisión de la mujer. la mujer tenía “labores” domesticas. el erotismo se abre con el retroceso del poder de la Iglesia. El rol de la mujer dentro de ello fue casi nulo porque dentro de sus funciones domesticas era considerado incensario e incluso en el reconocimiento académico (es decir un desempeño profesional en la medicina entre otros) no era parte de la mujer. como es el caso de las parteras cuyo rol no era considerado medico-científico. Son diversos los espacios en los que se legitima más que una dominación masculina. Es con los cambios del nuevo orden que ello varia (no del todo) pero se van sembrando caminos. en ellas se representan las funciones reconocidas dentro del rango del trabajo (no eran remuneradas ni contaban con un reconocimiento social). Ella tenía un estatus 4 diferente. en los que la mujer puede mantener propiedad diferente a su dote. Y es que a lo largo de su vida las mujeres pasaban por una tutela masculina (la de su padre y esposo). Y debía ser así porque siendo ella parte de la propiedad masculina desde su cuna. Eso se desarrolla en diferentes círculos. Sin embargo la necesidad e inspiración de la mujer rompen con ello pero de una manera que la sociedad reconocerá subversiva y que no contara con un reconocimiento público como es el caso del hombre. antes de ello las costumbres eran más fuertes que es Estado.

B. bajo la crianza y cuidado de los hijos. y como la inclinación y el pudor son dos poderosos atractivos del amor. Mujeres para la familia.”9 Todo ello nace para combatir el trato corrompido entre los sexos. B. lleno de valores y virtudes humanas encerradas en el calor familiar. . y para interesarle y enternecerle. La 8 Peruga. querrá hallar en su compañera su amante y no su esclava y cuanta mayor nobleza advierta en quien le obedece. la monogamia. el matrimonio como un contrato. la familia nuclear. M. que recaía sobre la mujer quien a demás debía mantener a su esposo dentro de la familia. Peruga.Ya en el círculo familiar el paisaje es otro.: Estudios Universitarios. abandono o precariedad. 9 Peruga. . Se toman términos como. Así la mujer fuente de toda virtud debe mantenerse bajo ciertos estándares en los que se construye un modelo amable y persuasivo de mujer domestica y sensible. gozara mas vivamente el placer de mandarle. “la naturaleza la ha formado para ser esposa y madre para el reposo. B. El hombre además quiere que le cueste una victoria. Fuente de Belleza a favor del goce de su esposo. sedentarismo. ello quiere decir. que la mujer era estigmatizada si el hombre abandonaba el hogar o si los hijos sufrían de alguna enfermedad. Mujeres e Ilustracion (págs. con la ilustración se plasma en la mujer un status de dominio público de un espacio privado: La familia. Así la familia se reconoce como núcleo social en el que la mujer juega un papel importante. Monica Bolufer8. (1998).: Estudios Universitarios. (1998). Ello nace con una necesidad social en la que se requiera formar nuevos ciudadanos que formen parte de este Estado utopista. Peruga. 259-203). . M. lo que si busco fue mantener una institucionalización del matrimonio y la familia. En M. plasma de manera idónea como es que se forma el pensamiento de este ideal y porque. y una imagen del matrimonio como crisol de las relaciones sociales. deberá ser sensible y modesto el carácter de su belleza. Mujeres para la familia. Por lo que todo debe en ella anunciar la dulzura de un imperio amable. Pero estas concepciones no combatieron la doble moral beligerante en la sociedad. En M. para suavizar las 5 costumbres del hombre. Mujeres e Ilustracion (págs. 259-203). B. la moral en quiebra y los vínculos familiares en procesos de disolución.

Historias de las mujeres en España y America Latina (págs. (Morant. 11 Morant. esta honra fue simbolizando un tipo de estatus familiar por lo que se le protegía y de forma contraria le generaba un rechazo social. debía tener forma de disoluble. esclavitud femenina y violencia. (. Ya con la diversificación de las costumbres y la busqueda de la monogamia el papel de este “ente” valorativo bajo el cual la mujer se veía sometida a una decisión fuera de su alcance. (págs. Ahí que cae el debate sobre el derecho femenino de solicitar un divorcio. Del siglo XIX a los umbrales del XX. si el matrimonio era un contrato. 147-170). Lima: Universidad Nacional Mayor de San Marcos. Ya con el tiempo. En M. se plasma la doble moral ejercida desde tiempos muy remotos en los que el hombre si puede contar con una experiencia sexual previa.familia debía mantener su estatus de privacidad y la mujer así era relegada del espacio público del que gozo anteriormente. La pureza de su honra ha sido cuidada de diversas formas desde la época de la conquista en la que con el proceso de mestizaje del que se buscaba escapar apartaba a las mujeres del 6 ámbito público relegándolas a conventos. “Hablar de sexo y relacionarse sexualmente.Lima 1760-1820. Morant. En I. son actividades que no solo tienen su historia. Es así. un tema no muy frecuente pero que ejerce una importancia histórico social. .Lima 1760-1820. (2006). Poder masculino. así. Hasta para el sexo y el ejercicio de su sexualidad la mujer debía un amparo masculino y esto ha sido marcado por la historia.). 2006) 10 Arrelucea Barrantes. Otro Angulo de las relaciones domesticas es el sexo. con el abandono masculino que se pone en juicio el divorcio. Poder masculino. M. En el siglo XVIII este se desarrolla con violencia ejerciendo un dominio marcado por la esclavitud10. esclavitud femenina y violencia. I. sino cuyas múltiples historias nos ayudan a entender las relaciones de poder que involucraban a los hombres y mujeres de otros tiempos”11. 942). Arrelucea Barrantes. Madrid: Ediciones Catedra.

ello no necesariamente ha ido avanzando a la par que la sociedad. Scott. por tanto concluye que la diferencia física tiene como efecto universal la discriminación”.La maternidad no es una etapa asexuada para la mujer porque aun cuenta con el dominio masculino y claro con el tiempo de la Iglesia. “la liberación de las mujeres puede valerse de la verdadera comprensión de la reproducción. aborto. . El genero: una categoria util para el analisis historico. y métodos anticonceptivos). Considero que uno de los puntos en los que la mujer latina aun pierde autonomía es en el conocimiento y ejercicio de su sexualidad y los procesos que de ella deviene (como es el caso de la maternidad. ¿Supone el “hoy” un proyecto ya terminado? Sinceramente no lo creo. que reprimio el conocimiento y manejo de los metodos anticonceptivos. Lo que nos permite una participación en ámbitos laborales. J. Sin adelantarnos mucho la lactancia tambien involucraba un espacio en el que la mujer debia regirse por las pautas estipuladas incluso por textos literarios que le indusian a un determinado desempeño. existen espacios en lo que el dominio sobre la conducta de la mujer aun es inaudito. cívicos. este ha sido un proceso histórico y social. W. En J. pero este no puede prevalecer como una etapa “obligada” de transición. J. el sexo era permitido solo dentro del matrimonio y para procrear. Si bien la sociedad fruto de la modernidad tiene una visión más permisiva en cuanto a la 7 conducta femenina.12 12 Scott. Según la iglesia. El genero: una categoria util para el analisis historico (págs. W. una pugna constante en la que la mujer ha constituido su espacio de manera que. (1990). 265-302). esta. cualquier atisbo del placer sexual era pecado. académicos y claro. Hay espacios en los que la mujer tiene un roce innato. Una de las teorías del patriarcado asevera que el género produce las demás desigualdades y se entrelaza en muchos aspectos de la vida. como es el caso de la maternidad. Como refiere Scott. ha ido aceptando la importancia de su rol social. excluyendo la mitificación que el hombre hace de todo el proceso. W.: Edicions Alfons el .

al final son solo extremos que no borran todo el proceso del que somos resultado. se convierte en un peso más de este entramado estigmatismo de género. Se legitima su rol social únicamente mediante este espacio.” La historia nos ha demostrado que la ignorancia suele ser insolente por lo que un conocimiento social y científico es necesario para dejar de adoctrinar mentes. su participación pública es mediante este círculo familiar y sus necesidades van ligadas a ello.Pero de ello no pierde parte el hecho de que somos una sociedad preponderantemente católica. Ya no se trata de una lucha entre el feminismo y el machismo. . Es alentador saber que desde tiempo muy remoto la mujer tuvo esa necesidad innata de romper este yugo de buscar mas allá de lo establecido para ella. Es decir. crece en formación de un ideal estimado de su rol social (como madre. Lo cual. costumbre. Magnanim. una sumisión de la mujer. El nuevo orden que propone el feminismo va más allá de ello. Concluyo retomando una frase antes mencionada “Son diversos los espacios en los que se legitima más que una dominación masculina. la mujer nace hija de alguien y configurada mediante su pureza y la conservación de ella. busca liberarnos del yugo coercitivo de la Iglesia Católica. esposa e hija) y cumple parte de su función frente a su círculo familiar al unirse a un hombre con el cual llegan nuevas 8 necesidades masculinas que cubrir (la entrega de una honra intacta) y desde luego la prole a la que formara con los parámetros estimados por la sociedad. deseos. educar seres sociales. sino más bien. y decisión (si es que la tiene) figuran alrededor de ello. Es interesante observar que a lo largo de la historia la mujer ronda siempre en un eje “matrimonial” la vida.

9 .