U.A.: “ASESORAMIENTO DIRIGIDO A ALUMNOS CON DÉFICIT PSÍQUICO” 1.

JUSTIFICACIÓN Uno de los recursos más valiosos de los que disponen las personas con discapacidad para su desarrollo es la educación. No siendo el único, suele ser en la mayoría de los casos el elemento que mayor impacto tiene para su crecimiento y realización personal. La Ley Orgánica 2/2006 de Educación (LOE), recoge en su artículo 1.b como uno de sus principios “la equidad, que garantice la igualdad de oportunidades, la inclusión educativa y la no discriminación y actúe como elemento compensador de las desigualdades personales, culturales, económicas y sociales, con especial atención a las que deriven de discapacidad.” Así también en su artículo 2.b uno de los fines es “la educación en el respeto de los derechos y libertades fundamentales, en la igualdad de derechos y oportunidades entre hombres y mujeres y en la igualdad de trato y no discriminación de las personas con discapacidad.” Por otro lado en su artículo 73 dedicado al alumnado que presenta necesidades educativas especiales comenta que “se entiende por alumnado que presenta necesidades educativas especiales, aquel que requiera, por un periodo de su escolarización o a lo largo de toda ella, determinados apoyos y atenciones educativas específicas derivadas de discapacidad o trastornos graves de conducta.” Así mismo el Decreto 359/2009 de 30 de octubre, por el que se establece y regula la respuesta educativa a la diversidad del alumnado en la CARM, especifica en su artículo 30, que uno de los objetivos de los servicios de orientación es “favorecer el ajuste de la respuesta educativa a las necesidades específicas de apoyo de cada alumno, mediante las oportunas medidas de atención a la diversidad.” Por otro lado la Resolución de 3 septiembre 2003, por la que se dictan instrucciones para el funcionamiento de los Departamentos de Orientación en esta comunidad señala entre las funciones del orientador “elaborar la propuesta de criterios y procedimientos para realizar las adaptaciones curriculares para los alumnos con necesidades educativas especiales…” y “colaborar en la organización de las medidas de atención a la diversidad”, entre otras. De manera más específica contamos con la Resolución de 4 de junio de 2001 de la Dirección General de enseñanzas de régimen especial y atención a la diversidad para el desarrollo de Programas a alumnos con necesidades educativas especiales asociados a discapacidad psíquica en IES (PRONEEP), la cual dice que “tras realizar una valoración de las condiciones en las que los alumnos llevan a cabo su integración en los I.E.S., se propone un modelo organizativo que atienda de manera más adecuada las necesidades educativas de algunos alumnos con discapacidad psíquica, y que a su vez proporcione a los centros pautas eficaces y estables de organización. Según Grossman se entiende por déficit psíquico “el funcionamiento intelectual inferior al promedio que se origina durante el período de desarrollo y que produce ciertas limitaciones en las conductas de adaptación.” Esta unidad se puede relacionar con la competencia de autonomía e iniciativa personal, así como con la de aprender a aprender. Teniendo en cuenta todo lo expuesto, así como que en el centro contamos con la presencia de siete alumnos con déficit psíquico, el Equipo Directivo solicita a la orientadora, al final del tercer trimestre, la respuesta educativa más adecuada a los alumnos con déficit psíquico. Yo como orientadora les digo en primer lugar que soliciten el PRONEEP. He contextualizado de forma adecuada esta U.A., teniendo en cuenta las características del centro educativo a las que hago alusión en la justificación de este programa de intervención.

2. OBJETIVOS Los objetivos que señalo a continuación están relacionados directamente con el objetivo nº 9 de mi programa de intervención. El objetivo general de esta actuación es:  Orientar y asesorar en la respuesta educativa a los alumnos con déficit psíquico. Los objetivos específicos son:  Promover la total integración del alumnado en el centro.  Facilitar al profesorado recursos, técnicas, orientación y estrategias.  Asesorar al profesorado en la respuesta educativa a nivel individual: ACI, características y necesidades de estos alumnos.  Orientar a las familias de estos alumnos de forma periódica.  Asesorar sobre metodologías concretas según necesidades.  Colaborar con otros servicios externos.  Promover en el alumnado actitudes de aceptación y tolerancia.  Asesorar a las familias en los diferentes aspectos del desarrollo de los alumnos, tanto a nivel evolutivo como académico. Estos objetivos son observables y evaluables, a través de los procedimientos e instrumentos de evaluación que señalo en el apartado 6 de esta unidad de actuación. 3. ACTUACIONES Las actuaciones de las de las distintas actividades planteadas son coherentes y están orientadas a la consecución de los objetivos. Para la consecución de los objetivos citados se van a realizar las siguientes actuaciones: 1. Reunión del Equipo Directivo para plantear la necesidad de asesoramiento en la respuesta educativa de estos alumnos. 2. Inclusión de ésta actuación en nuestro Plan de actuación. 3. Reunión CCP: presentación de este programa de asesoramiento, para su debate y realizar modificaciones si fuese necesario. 4. Presentación del programa a todos los Departamentos Didácticos: para que tengan conocimiento de las actividades que se van a llevar a cabo con respecto a este alumnado. 5. Asesoramiento en las diferentes actuaciones tanto a familias, profesores y alumnos. 6. Seguimiento y evaluación de lo realizado. 4. ACTIVIDADES A nivel de centro: Concreción en la CCP de todos los aspectos a reflejar en el PEC para dar respuesta a la necesidad del alumnado y en concreto al alumnado que nos ocupa. Creación de un banco de recursos materiales que sirva de consulta al profesorado para llevar a cabo actividades. Actividades de cine fórum. Se proyectarán películas como “Yo soy Sam”, “Aprendiendo a vivir” o “El octavo día”, haciéndolo por un lado en horario escolar y por otro en horario asequible para padres y madres. Algunos días asistirán expertos en el tema. Charlas de asociaciones como Assido, etc. Con el profesorado: Asesoramiento al tutor y demás profesorado sobre la respuesta educativa. Reunión con todos los profesores para asesorar en la elaboración de la ACI, así como analizar el tipo de déficit. Se proporcionarán estrategias y se le entregará un dossier para tener un soporte.

Asesoramiento sobre metodologías concretas según vayan surgiendo en la aplicación de la ACI. Realización por el profesorado de un curso de formación relacionado con el déficit psíquico. Con el alumno: - Observación en el aula por la propia orientadora. - Aplicación de pruebas estandarizadas. - Análisis de sus trabajos escolares. Con la familia: Colaboración o participación en los seguimientos trimestrales. Se realizará un informe cualitativo para que los padres de estos alumnos tengan una información detallada de lo que se ha trabajado con ellos. Asesoramiento a las familias e informar de las conclusiones recogidas en el informe final. Promover escuela de padres. Colaboración y seguimiento trimestral. Documento para los padres. Intervenir en algunas reuniones del tutor con las familias de estos alumnos. He planteado en cada una de las actuaciones y actividades la forma de desarrollarlas y he señalado en el apartado de metodología los recursos materiales, humanos y organizativos necesarios para su correcto desarrollo, existiendo una distribución gradual y equilibrada de las mismas. 5. METODOLOGÍA 5.1. Orientaciones metodológicas: el modelo de asesoramiento que se utilizará en esta actuación es un modelo experto. Como experta, proporcionaré orientaciones, estrategias, materiales y recursos para que el profesorado y las familias los desarrollen en la práctica, todo ello con la participación activa de padres y profesores. 5.2. Recursos necesarios: Personales: CCP, Tutores, resto Equipo Docente, Equipo Directivo, expertos en el déficit psíquico, padres y madres del alumno, los propios alumnos, PTSC, PT, AL y yo como orientadora. Materiales: banco de recursos materiales, películas “Yo soy Sam”, “Aprendiendo a vivir” o “El octavo día”, dossier para utilizar como soporte, pruebas estandarizadas y bibliografía diversa. 5.3. Espacios: Los espacios donde se desarrollan las actuaciones son: aula del alumno, sala de profesores, Departamentos Didácticos… 5.4. Temporalización: la actuación con este alumnado se llevará a cabo durante todo el curso escolar. Con las estrategias metodológicas, los recursos, los tiempos y los espacios indicados, puedo conseguir obviamente el logro de los objetivos de esta U.A. 6. SEGUIMIENTO Y EVALUACIÓN Mediante el seguimiento y la evaluación que realizo de esta U.A., posibilito la consecución de los objetivos planteados. El seguimiento de las actuaciones se realizará de forma continua a través de reuniones de Equipo Docente, reuniones de tutores quincenalmente y si es necesario, reuniones de orientadora y de Departamentos Didácticos. 6.1. Criterios de evaluación o indicadores. Respecto a los criterios de evaluación, utilizaremos los siguientes: - Grado de integración del alumnado en el centro.

En qué medida se ha facilitado al profesorado recursos, técnicas, orientación y estrategias. - En qué medida se ha asesorado al profesorado en la respuesta educativa a nivel individual: ACI, características y necesidades de estos alumnos. - Se ha orientado a las familias de estos alumnos de forma periódica. - En qué medida se ha asesorado sobre metodologías concretas según necesidades. - Se ha colaborado con otros servicios externos. - Se ha promovido en el alumnado actitudes de aceptación y tolerancia. - Grado de asesoramiento a las familias en los diferentes aspectos del desarrollo de los alumnos, tanto a nivel evolutivo como académico. 6.2. Procedimientos e instrumentos de evaluación. Los procedimientos e instrumentos que utilizaremos van a ser: observación, entrevistas, autoanálisis, cuestionarios, registros… 6.3. Mecanismos de información continua a la comunidad educativa. Ante la importancia de informar de nuestra intervención, prestaremos especial atención a la comunicación continuada y sistemática de nuestras actuaciones a todos los implicados en esta U.A. Al alumnado se les podrá informar mediante una reunión, entrevista, circular o informes. A los padres mediante entrevistas, reuniones, charlas-coloquio, informes, comunicaciones o internet. Al profesorado mediante reuniones, entrevistas individuales, reuniones CCP, claustro de profesores o dossier. 6.4. Mecanismos de evaluación de la puesta en práctica de la unidad. Los mecanismos para evaluar la puesta en práctica de esta U.A. han sido los siguientes: Detección clara de la problemática planteada. Información objetiva recogida de los miembros de la comunidad educativa. Temporalización coherente de las actuaciones, sobre todo las iniciales. Haber consensuado con el equipo directivo y el profesor todo el proceso de intervención. Finalmente los resultados de la evaluación quedarán reflejados en las actas de la CCP, en la memoria del Departamento de Orientación y en la memoria final del IES. He planteado la evaluación de esta unidad ajustándola al ámbito del proceso de enseñanza aprendizaje y a los colectivos de padres, profesores y alumnos.

-