COLEGIO DE INGENIEROS DEL PERÚ CONGRESO NACIONAL DE CONSEJOS DEPARTAMENTALES

PRONUNCIAMIENTO
El desarrollo económico social de nuestra sociedad es de interés común de los actores involucrados en este proceso, uno de los cuales es el CIP. La actividad minera tiene una incidencia económica relevante en nuestro país, pero al mismo tiempo está acompañada de un amplio número de conflictos socio ambientales, los que son necesarios tomar en cuenta si deseamos lograr un proceso de desarrollo sostenible y sostenido. En tal sentido, el Congreso Nacional de Consejos Departamentales del Colegio de Ingenieros del Perú, máxima instancia de la Orden de Ingeniería en el Perú, desarrollado en la ciudad de Huancayo el 10 y 11 de Agosto 2012, expresa lo siguiente: 1º El CIP apoya la nueva política hídrica de Estado, reconociendo que el agua es imprescindible para la vida y el desarrollo humano de las actuales y futuras generaciones y se debe usar en armonía con el bien común, como un recurso natural renovable y vulnerable, e integrando valores sociales, culturales, económicos, políticos y ambientales. 2º El CIP apoya la actividad minera formal que respeta el medio ambiente y los estándares de calidad, los derechos humanos y cuenta con la confianza y licencia social de las comunidades donde va a operar. Además, considera que hay muchas acciones por realizar en la recuperación de los estándares ambientales y sociales, como lo demuestra la situación de daño que ha sufrido la población en diversas localidades por efecto de actividad minera cercana a ellas. 3º El CIP invoca al Gobierno Central buscar una solución pacífica en el corto, mediano y largo plazo, a los crecientes conflictos socio-ambientales del país. 4º El CIP rechaza toda actividad extractiva que no respete el medio ambiente, los derechos humanos y los principios del desarrollo sostenible. En ese sentido deplora el intolerable desastre ambiental generado por la minería ilegal e insta al Gobierno Central redoblar esfuerzos para generar políticas sólidas de fiscalización que eviten que estas situaciones se extiendan. 5º El CIP se opone a cualquier tipo de violencia exhortando a: La Sociedad Civil a mantener la calma, contribuyendo a la solución de los conflictos socio ambientales en torno a la actividad minera; y cree firmemente que las diferencias deben solucionarse por el camino del diálogo y del desarrollo concertado, evitando más enfrentamientos entre peruanos, que han significado a la fecha pérdidas de vidas humanas y daños a la integridad de personas. Al Estado, por intermedio del Gobierno Central y Regionales, apoyar por la vía de la concertación y la inversión en el desarrollo a los pueblos en donde se proyecten concesiones para asentamientos mineros, hidroenergéticos y petroquímica, entre otros. A las Concesionarias a demostrar que sus trabajos se harán concertadamente, con adecuado cumplimiento socio ambiental, exigiendo al Estado el desarrollo de los pueblos y localidades colindantes en educación, salud y vivienda; y fomentando la creación de empresas, formadas entre sus pobladores, en servicios y productos que apoyen la actividad extractiva; volviéndolos como lo son, el tercer socio.
Huancayo, 13 de Agosto de 2012

Ing. CIP J. Fernán Muñoz Rodríguez PRESIDENTE CNCD CIP

Ing. CIP Hugo R. Lozano Núñez SECREATARIO CNCD CIP