METODOS DE DESINFECCION.

Entendemos como desinfección a la acción de matar o inactivar ciertos microorganismos. La limpieza y desinfección de un laboratorio son sumamente importantes, puesto que aseguran que todas las partes de las instalaciones estén debidamente limpias. Para los procesos de desinfección un desinfectante ideal es aquel agente químico o físico que asegure una completa destrucción de los microorganismos que puedan inferir o causar contaminación que afecte los resultados de futuros análisis. Se deben destruir toda clase y cantidad de microorganismos que puedan permanecer en las superficies de trabajo. Métodos de desinfección: Físicos: Ebullición a 100°C durante 15 mins. Pasterización a 63°C durante 30 mins Uso de radiación no ionizante Químicos: Nivel Alto: Aldehidos, derivados del cloro. Nivel intermedio: Alcoholes, fenoles. Nivel bajo: Derivados de amonio cuaternario. Estos desinfectantes deberán ser solubles en agua, NO corrosivos, deberán tener capacidad detergente y debe ser aplicable a un costo razonable, seguro, y fácil de almacenar, manipular y aplicar.

La presencia de suciedad y otros materiales sedimentados reducen la eficacia de todos los desinfectantes químicos. Cuando no se realiza una limpieza adecuada, los desinfectantes no surgen ningún efecto. Por lo tanto, la desinfección con sustancias químicas deberá efectuarse después de un proceso de limpieza o en combinación con el mismo.

Los aspectos más importantes son los siguientes: ►Temperatura de la solución. ►Tiempo. ►Concentración. ►Tipos de microorganismos presentes. ►Duración del contacto. ►Naturaleza de la superficie a desinfectar. (Porosas, no porosas)

Estos desinfectantes pueden producir irritación en ojos. Puede ser irritante para la piel y los ojos. cuando se encuentren grandes cantidades de materia orgánica. El glutaraldehído se emplea más en vasijas de desechos y son particularmente útiles para la desinfección de las superficies metálicas. no se inactivan frente proteínas y otros materiales. Hipocloritos: toda su actividad se debe al cloro. Estos desinfectantes deben utilizarse solo en con la recomendación que impone los fabricantes para “sustancias sucias” ósea. Puede molestar los ojos y crear dificultad respiratoria. no son activos frente a esporos y hongos. son inactivos contra esporos y virus que no contienen lípidos. Convenientes como antisépticos en la piel. No son irritantes para la piel pero pueden causar molestias en los ojos. con los materiales naturales no proteicos y por los plásticos. puesto que no son corrosivos. Mezcla de alcoholes: El etanol y el propanol a una concentración del 70% al 80% son eficaces aunque lentos contra las bacterias vegetativas. piel y los pulmones Aldehídos: El formaldehído (gas) y el glutaraldehido (liquido) son activos frente a bacterias vegetativas. son inactivos por las proteínas. aunque es necesario tener mucho cuidado por que pueden dañar los materiales. hongos. Iodoforos: Estos yoduros son muy efectivos contra bacterias vegetativas. esporos. Se emplean en el laboratorio en vasijas de desecho y en desinfección de superficies. Para su empleo en vasijas de desecho y para desinfección de superficies se deben diluir para obtener 75-150 ppm y para la desinfección de las manos deben diluirse en alcohol al 50% para tener la concentración de 1600ppm. si son activos en presencia de proteínas y no se inactivan por materiales naturales o artificiales. En la piel son débiles pero en los ojos existe riesgo de una . Fenoles líquidos: Estos compuestos son eficaces contra las bacterias vegetativas y los hongos. Los usos en el laboratorio incluyen las vasijas de desechos y la desinfección de superficies. o en tapones de goma de frascos ampolla con sustancias inyectables.Al trabajar con desinfectantes debe tenerse en cuenta que la preparación de una solución de trabajo siga exactamente las especificaciones del fabricante. plásticas. hongos y ambos tipos de virus conteniendo o no lípidos. los alcoholes y las mezclas de alcoholes son útiles para desinfectar superficies y exceptuando las mezclas de alcoholhipoclorito. son rápidamente inactivos contra proteínas y en ocasiones por sustancias naturales. Utilizados para la limpieza del área de trabajo. esporos y hongos. esporos. El formaldehido se emplea para la descontaminación de cabinas de seguridad y en habitaciones. para equilibrar los porta tubos de las centrifugas. el cual es muy eficaz contra las bacterias vegetativas.

ya que es rápidamente inactivado por las enzimas catalasa.Grado de humedad (entre 40 y 80%). Desinfectante de uso frecuente.Tiempo de exposición (entre 3 y 6 hs). Los compuestos de amonio cuaternario no son tóxicos y son inofensivos para la piel y los ojos. d. es más complejo y de manejo dificultoso. .Composición del gas: se debe usar mezclas con freón o CO2(12% óxido de etileno-88% freón o CO2) ya que puro es altamente inflamable. Su utilización en el laboratorio es por tanto limitada. Se utiliza frecuentemente para desinfectar mesas y otras superficies en el lab.irritación. Es necesario controlar ciertos parámetros para asegurar un buen resultado. etc. tanto de los microorganismos como las tisulares. que contribuyen a desestabilizar las moléculas celulares. c. En soluciones estabilizadas al 10% actúa como desinfectante de alto nivel. aunque no contra las mycobacterias o esporos. b. Se utiliza sobre dispositivos médico-quirúrgicos lentes de contacto de plástico blando. Estos son: a. Se emplean generalmente a diluciones de 1-2% para la limpieza de superficie. Utilizado en solución al 3% es de escasa y breve actividad como antiséptico. materiales biológicos. El equipo de esterilización.Temperatura (de 52 a 58ºC). Compuestos de amonio cuaternario: Son detergentes cationicos eficaces contra bacterias vegetativas y algunos hongos. etc. Tienen la clara ventaja de ser estables y de no corroer los metales. para desinfección sobre la piel combinado con alcohol etílico al 70% Oxido de etileno: Se utiliza ampliamente para la esterilización de instrumentos termolábiles como ser: tubuladuras de polietileno (catéteres. si bien es similar al autoclave que funciona por gravedad. equipos electrónicos médico-quirúrgicos. sondas). Peróxido de hidrogeno: Además de su mecanismo de acción como agente oxidante este compuesto produce la formación de radicales libres hidroxilos.