You are on page 1of 2

EL APOCALIPSIS CIENTIFICO

Posted on enero 12, 2012

Mario E. Fumero Cuando leemos los periódicos y revista, y miramos los pronósticos científicos sobre el futuro del planeta tierra, sentimos que estamos entrando a la eras apocalípticas que nos relata la biblia en Mateo capitulo 24. Tal parece que el pesimismo se ha adueñado de los científicos que estudian a fondo el cambio climático que esta sufriendo el planeta tierra. Hemos leído en este diario y en los informes de expertos en la materia que a partir del año 2020 nos enfrentamos en Honduras a una terrible escases de agua. Además se estima que en este tiempo la escases de los derivados del petróleo alcanzara su situación más negativa al dejar de tenerse un recurso no renovable y en proceso de extinción. Por otro lado, el efecto invernadero y las continuas explosiones soles anuncian el aumento de la temperatura hasta de 8 grados en los próximos años, por lo que mucho desfallecerán del calor que se avecina, el cual vendrá acompañado de inundaciones y sequias. Además está la amenaza de que los polos helados de los glaciares se derretirán y sumergieran bajos las aguas muchas ciudades situadas en los márgenes del mar y que algunas, como Ámsterdam, existen bajo el nivel del mar. Los pronósticos científicos al respecto son alarmantes Es evidente que estamos en una etapa de descontrol climático el cual altera las estaciones del año, por lo que mientras en una parte del paneta hay una terrible sequia, en otra aparecen lluvias torrenciales que lo inundan todo. Actualmente vemos como la temperatura de muchas ciudades han sufrido un serio cambio. Por ejemplo, ciudades como Siguatepeque y Tegucigalpa, que gozaban de un clima frio en invierno, ahora están sofriendo el azote de un calor nunca visto, y su temperatura pro medio esta sobre 3 y 4 grado de lo normal en el pasado. En muchos países la escases de agua se hace notario, y aunque puede habar agua suficiente en el subsuelo, la contaminación de la misma obliga a que se tenga que comprar en botella, por lo que en algunos países, como en España, es más cara una

botella de agua, que un refrescos de soda. Estamos a la puerta de una crisis ecológica que posiblemente genere violencia y hambre a nivel mundial. Y que decir de la energía. Es inevitable que se busquen alternativas a la necesidad imperiosa de la electricidad, la cual mueve todo nuestro mundo. Y cada vez es más escasa debido a que los recursos hídricos menguan y la producción de combustible se ven reducidas, además que destruyen el ecosistema con el Anhídrido carbónico. Se acude a buscar soluciones renovables, pero las mismas son costosas, como la solar y eólica, y en algunos países se esta pensando en regresar a la fuente de energía producida por las plantas nucleares. ¿Qué nos depara el futuro? Un clima alterado, más calor, más hambre, más escases, más violencia, y todo ello anunciado por los científicos que sin creer en Dios, ni en la Biblia, proclaman el cumplimiento de Lucas 21: que anuncia expectación y angustia en la gente, por las cosas que sobrevendrían a la humanidad. Es por ello que debemos prepararnos para afrontar la crisis que esta a las puertas, y como dice la Palabra, listos para afrontar el apocalipsis que se avecina sobre la humanidad.